Issuu on Google+

Hoja parroquial Arquidiócesis de Guadalajara, A.R.

Nº 40 • Domingo XXVII Ordinario C • 3 de Octubre de 2010

Fundado el 4 de junio de 1930. Registro postal IM14-0019, impresos depositados por sus editores o agentes INDA-04-2007-103013575500-106

Violencia e injusticia... ¿hasta cuándo?

E

stos tiempos, como los del profeta Habacuc, son tiempos de opresión y violencia, y la queja para Dios, así como el rezo necesario y repetido, debe ser: “¡¿Hasta cuándo?!”. Esta impaciencia que frecuentemente nos agobia, parece tener más silencio que respuesta; se nos hacen eternos los tiempos para aguantar. Sin embargo, Dios tiene una respuesta, y con ella la impaciencia se convertirá en expectación; en una esperanza que se vislumbra... ¡No fallará, aunque tarde, espérala! Dios nos invita a la confianza, en la que el ambicioso fracasará, y el inocente vivirá. NO preguntemos cómo… La pregunta correcta para dirigir a Dios en nuestras oraciones es: “¿Qué puedo y debo hacer yo, en este mundo tan difícil?”. ¡Atente a lo bueno! Todavía resuenan las grandes celebraciones por el Bicentenario y esperamos un poco más para las del Centenario. Independencia y Revolución que todavía van a caballo entre el inicio y el final de logros, aunque sean modestos. Se ha vertido bastante sangre y muchos esfuerzos. Todavía no vislumbramos la orilla, pero ciertamente ya hay ciertos avances, aunque sean incipientes. Y aún queda mucho camino por recorrer. Es importante, como creyentes, poner atención a la invitación de San Pablo en la segunda lectura. Habrá que ser fieles a la sana doctrina. El

Espíritu que Dios nos dio es de fuerza, amor, templanza... no lo abandonemos. Nada de cobardías. No seamos gente mediocre o personas a las que nos asuste la idea de hacer el mínimo esfuerzo. Los antiguos decían citando la Biblia: “La vida del hombre es una batalla sobre la tierra”; NO nos dobleguemos antes de tiempo. “¡Señor, auméntanos la fe!” Esta es la verdadera oración del discípulo; de ese discípulo que aprende a seguir al Señor. Es también la verdadera oración del apóstol, del que ya se siente comprometido para compartir con los demás. Debemos tener fe para perdonar, tener fe para creer que las cosas pueden cambiar, tener fe para hacer nuestra parte de la tarea en la mejora del mundo. Este mínimo de fe es suficiente para poner

a disposición del discípulo la potencia de Dios. Muchas veces gastamos la mejor pólvora en infiernillos: lo mejor de nuestra energía en criticarnos, descalificarnos y destruirnos. Es demasiado poco el tiempo el que estamos aquí como para pasarlo inútilmente; debemos aprender a realizar aquello que nos pide Dios en cada época de nuestra historia. Vivir de la fe es nuestra tarea, nuestro orgullo, y a fin de cuentas lo único válido que realmente sirve para transformar el mundo. NO se vale ahogarnos en charcos de lágrimas o quejas. Dios, que es de la historia y la creación, hace un llamado al “justo” a la fidelidad y a la confianza. Los creyentes hoy estamos exigidos a tomar conciencia de que hemos recibido del Señor el don de la fe, de la fortaleza y de la caridad. 1


ANTÍFONA DE ENTRADA

Est 13, 9. 10-11

Todo depende de tu voluntad, Señor, y nadie puede resistirse a ella. Tú has hecho los cielos y la tierra y las maravillas que contienen. Tú eres el Señor del universo.

SALMO RESPONSORIAL del salmo 94

R. Señor, que no seamos sordos a tu voz. Vengan, lancemos vivas al Señor, aclamemos al Dios que nos salva. Acerquémonos a él, llenos de júbilo, y démosle gracias. R. Señor, que no seamos sordos a tu voz. Vengan, y puestos de rodillas, adoremos y bendigamos al Señor, que nos hizo, pues él es nuestro Dios y nosotros, su pueblo; él es nuestro pastor y nosotros, sus ovejas. R. Señor, que no seamos sordos a tu voz. Hagámosle caso al Señor, que nos dice: "No endurezcan su corazón, como el día de la rebelión en el desierto, cuando sus padres dudaron de mí, aunque habían visto mis obras". R. Señor, que no seamos sordos a tu voz.

ACLAMACIÓN ANTES DEL EVANGELIO Pe 1, 25

R. Aleluya, aleluya. La palabra de Dios permanece para siempre. Y ésa es la palabra que se les ha anunciado. R. Aleluya.

ANTÍFONA DE LA COMUNIÓN Cfr 1 Cor 10, 17

Nosotros, aunque somos muchos, formamos un solo cuerpo, porque todos participamos de un mismo pan y de un mismo cáliz. 2

Lectura del libro del profeta Habacuc 1, 2-3; 2, 2-4 ¿Hasta cuándo, Señor, pediré auxilio, sin que me escuches, y denunciaré a gritos la violencia que reina, sin que vengas a salvarme? ¿Por qué me dejas ver la injusticia y te quedas mirando la opresión? Ante mí no hay más que asaltos y violencias, y surgen rebeliones y desórdenes. El Señor me respondió y me dijo: "Escribe la visión que te he manifestado, ponla clara en tablillas para que se pueda leer de corrido. Es todavía una visión de algo lejano, pero que viene corriendo y no fallará; si se tarda, espéralo, pues llegará sin falta. El malvado sucumbirá sin remedio; el justo, en cambio, vivirá por su fe". Palabra de Dios. Lectura de la segunda carta del apóstol san Pablo a Timoteo 1, 6-8. 13-14 Querido hermano: Te recomiendo que reavives el don de Dios que recibiste cuando te impuse las manos. Porque el Señor no nos ha dado un espíritu de temor, sino de fortaleza, de amor y de moderación. No te avergüences, pues, de dar testimonio de nuestro Señor, ni te avergüences de mí, que estoy preso por su causa. Al contrario, comparte conmigo los sufrimientos por la predicación del Evangelio, sostenido por la fuerza de Dios. Conforma tu predicación a la sólida doctrina que recibiste de mí acerca de la fe y el amor que tienen su fundamento en Cristo Jesús. Guarda este tesoro con la ayuda del Espíritu Santo, que habita en nosotros. Palabra de Dios.

EVANGELIO Lectura del santo Evangelio según san Lucas 17, 5-10 En aquel tiempo, los apóstoles dijeron al Señor: "Auméntanos la fe". El Señor les contestó: "Si tuvieran fe, aunque fuera tan pequeña como una semilla de mostaza, podrían decir a ese árbol frondoso: 'Arráncate de raíz y plántate en el mar', y los obedecería. ¿Quién de ustedes, si tiene un siervo que labra la tierra o pastorea los rebaños, le dice cuando éste regresa del campo: 'Entra enseguida y ponte a comer'? ¿No le dirá más bien: 'Prepárame de comer y disponte a servirme, para que yo coma y beba; después comerás y beberás tú'? ¿Tendrá acaso que mostrarse agradecido con el siervo, porque éste cumplió con su obligación? Así también ustedes, cuando hayan cumplido todo lo que se les mandó, digan: 'No somos más que siervos, sólo hemos hecho lo que teníamos que hacer' ". Palabra del Señor.


Octubre: Mes del Rosario Creo en un solo Dios, Padre todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra, de todo lo visible y lo invisible. Creo en un solo Señor Jesucristo, Hijo único de Dios, nacido del Padre antes de todos los siglos: Dios de Dios, Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero, engendrado, no creado, de la misma naturaleza del Padre, por quien todo fue hecho; que por nosotros, los hombres, y por nuestra salvación bajó del cielo, y por obra del Espíritu Santo se encarnó de María, la Virgen, y se hizo hombre; y por nuestra causa fue crucificado en tiempos de Poncio Pilato; padeció y fue sepultado, y resucitó al tercer día, según las Escrituras, y subió al cielo, y está sentado a la derecha del Padre; y de nuevo vendrá con gloria para juzgar a vivos y muertos, y su Reino no tendrá fin. Creo en el Espíritu Santo, Señor y dador de vida, que procede del Padre y del Hijo, que con el Padre y el Hijo recibe una misma adoración y gloria, y que habló por los profetas. Creo en la Iglesia, que es una, santa, católica y apostólica. Confieso que hay un solo Bautismo para el perdón de los pecados. Espero la resurrección de los muertos y la vida del mundo futuro. Amén

Gloria a Dios en el Cielo, y en la Tierra paz a los hombres que ama el Señor. Por tu inmensa gloria te alabamos, te bendecimos, te adoramos, te glorificamos; te damos gracias, Señor Dios, Rey celestial,

E

n este mes de octubre celebramos en toda la Iglesia Universal el mes del Santo Rosario. La Iglesia nos invita a rezar con él. El santo Rosario es una devoción mariana de las más antiguas y más conocidas entre el pueblo cristiano. Una tradición muy remota atribuye a santo  Domingo de Guzmán, fundador de los Dominicos, la composición de este rezo. Pero fue el Papa san Pío V quien, con una Bula publicada en el año 1569, le dio la forma que usamos hasta ahora contemplando 15 misterios de gozo, dolor y gloria. El Papa Juan Pablo II, el 16 de octubre de 2002 en su Carta apostólica “Rosarium Virginis Mariae”,  agregó al rosario tradicional 5 nuevos misterios llamados “Misterios de luz”. Actualmente la fiesta del Rosario se celebra el 7 de octubre.

Cómo se compone El santo Rosario se compone del rezo de 20 Padrenuestros, de 200 Avemarías y 20 Doxologías (“doxología” es la fórmula de alabanza a la Trinidad, comúnmente llamada “Gloria al Padre”). Estas oraciones, que son las más conocidas en el pueblo cristiano, están divididas en 20 misterios (repartidos, a su vez, en cuatro series: Gozosos, Luminosos, Dolorosos y Gloriosos). En cada misterio se recuerda y contempla un acontecimiento de la “Historia de la Salvación”. Después de hacer memoria de cada misterio, se rezan un Padrenuestro, diez Avemarías y la doxología.

Dios Padre todopoderoso. Señor Hijo único Jesucristo, Señor Dios, Cordero de Dios, Hijo del Padre; Tú que quitas el pecado del mundo, ten piedad de nosotros; Tú que quitas el pecado del mundo, atiende nuestra súplica;

¿Qué han dicho los Sumos Pontífices acerca del Santo Rosario?  - “Es el salterio de la Santísima Virgen” (San Pío V)  - “La devoción más hermosa, la más rica en gracias y gratísima al corazón de María” (Pío IX)  - “Bandera de la fe cristiana” (León XIII)  - “Resumen del Evangelio y de la vida cristiana” (Pío XII)  - “Forma devota de unión con Dios, y siempre de alta elevación espiritual” (Juan XXIII)  - “Compendio de todo el Evangelio” (Paulo VI) - “Es nuestra oración predilecta que dirigimos a María” (Juan Pablo II)

La palabra Rosario significa “Corona de Rosas”. Cada vez que se dice el Avemaría le damos a Ella, nuestra madre, una hermosa rosa; y cada Rosario completo hace una corona de rosas. La rosa es la reina de las flores; así el Rosario es la rosa de todas las devociones, y por ello la más importante de todas.

Tú que estás sentado a la derecha del Padre, ten piedad de nosotros, porque sólo Tú eres santo, sólo Tú, Señor, sólo Tú, Altísimo Jesucristo, con el Espíritu Santo en la gloria de Dios Padre. Amén 3


Informes: lunes a viernes de 9:00 a 19:00 horas. Tel. 3121-6686: cel. (044 33) 1171-7135

Pedidos a domicilio Al teléfono: 3613 3043

Pabellón La Gran Plaza Plaza Patria Arboledas Iteso Galerías

OCTUBRE Fecha Hora 3 17:00 hrs.

Parroquia Santos Domingo Savio y María Goretti

4

10:00 hrs.

Señor de la Ascención

9 17:00 hrs. 10 17:00 hrs. 11 18:00 hrs. 12 6:00 hrs.

CATEDRAL CATEDRAL Explanada del Cabañas (Eucaristía por la Renovación del Patrocinio en la Explanada del Instituto Cultural Cabañas) Procesión con la Imagen a la Catedral al terminar la Misa Basílica de Zapopan

JUBILEO CIRCULAR 4, 5 y 6: Lunes, Martes y Miércoles

15, 16 y 17 de octubre de 2010

SAN CRISTÓBAL MAGALLANES SEÑOR DEL PERDÓN, La Duraznera SAN CAYETANO NTRA. SRA. DE LA SOLEDAD, Vallarta NTRA. SRA. DE LA SALUD DE LOS ENFERMOS CRISTO RESUCITADO, Tlaquepaque DIVINO MAESTRO, Tonalá NTRA SRA. DE GUADALUPE, Trejos SANTA ANA ACATLÁN

7, 8 y 9: Jueves, Viernes y Sábado

8, 9 y 10 de octubre de 2010

SANTA MARÍA DEL PUEBLITO JESUCRISTO NUESTRA ESPERANZA NTRA. SRA. DEL REFUGIO, El Colli MADRE ADMIRABLE, Atemajac CRISTO REY DE LA PAZ SAN BASILIO EL GRANDE SAN ANTONIO DE RIVAS SEÑOR DEL PERDÓN, Tlajomulco EL DIVINO ROSTRO, Huentitán

Boletín semanal de la Arquidiócesis de Guadalajara, A.R. Tiraje de 200,000 a 300,000. $ 40.00 ciento Director Responsable Pbro. Adalberto González González Redacción Pbro. Alberto Ávila, Pbro. Juan Javier Padilla Liceo 17, Guadalajara, Jal. Tel.: 3942-4305 Administración Pbro. Rubén Darío Rivera • Alcalde 294, Guadalajara, Jal. Tel.: 3614-2746

4

Consulta la Hoja Parroquial en nuestra página de Internet: www.arquidiocesisgdl.org.mx/publicaciones/hojaparroquial Diseño e Impresión Centro Católico de Comunicaciones, Tels. 3002-6470 • 3002-6471


Hoja Parroquial - 3 de octubre de 2010 - num 40