Issuu on Google+

Febrero 2010

morado

TIEMPO DE CUARESMA

TIEMPO DE CUARESMA

“El tiempo de Cuaresma está ordenado a la preparación de la celebración de la Pascua: la liturgia cuaresmal prepara para la celebración del misterio pascual tanto a los catecúmenos, haciéndolos pasar por los diversos grados de la iniciación cristiana, como a los fieles que recuerdan el bautismo y hacen penitencia:” (NUALC 27)

106


TIEMPO DE CUARESMA

morado

Febrero 2010

TIEMPO DE CUARESMA LA CUARESMA

La Cuaresma es uno de los tiempos en que más urgentemente somos invitados a confrontar día tras día nuestra existencia con la palabra de Dios, para renovarnos cara a la Pascua. Noventa días fuertes Cuaresma y Pascua forman un único movimiento. Cuarenta días de Cuaresma, camino hacia la cruz. Cincuenta días de Pascua, camino hacia la plenitud del Espíritu. O sea, noventa días de tiempo fuerte, una primavera de “ejercicios espirituales” para la comunidad cristiana, siguiendo los pasos de Cristo.

Lo más importante de la Cuaresma es… la Pascua. El paso a través de la cruz a la vida nueva. Un paso que hace más de dos mil años dio Cristo Jesús y que ahora nos toca dar a nosotros con él. La Pascua que inauguró él hace mas dos mil años está en marcha todavía. Es Pascua creciente. “Completo en mi cuerpo lo que le falta a la pasión de Cristo”. A la Pascua de Cristo le falta que sea también Pascua nuestra: que nos configuremos a él en su camino pascual, con todas las consecuencias.

La Cuaresma no es un tiempo de angustia. Es una preparación

107


Febrero 2010

morado

TIEMPO DE CUARESMA

Es la Cuaresma de los penitentes, porque todos somos superficiales y pecadores en nuestra vida cristiana. Cada día seremos invitados por la Palabra de Dios a convertirnos y a asumir el camino de la Pascua, fijos los ojos en Cristo Jesús, el primero que la vivió en serio. El “sacramento” de la Cuaresma En la Cuaresma es más importante lo que Dios quiere hacer con nosotros que lo que nosotros podamos hacer por él. Es más central la gracia que la ascética. Los textos de este tiempo hablan del “sacramento de la Cuaresma”(“quadragesimalis sacramentum”). La Cuaresma es un verdadero sacramento (signo eficaz) de la salvación pascual: Cristo nos quiere comunicar, en este año concreto, su vida pascual. Cuarenta días de gracia: como los cuarenta días de Moisés en la cumbre del Sinaí, preparando la Alianza; como los cuarenta años de peregrinación del pueblo por el desierto, camino de la tierra prometida; como los cuarenta días de Elías, en marcha hacia el encuentro con Yahvé en el monte Horeb; como los cuarenta días de Jesús en el desierto, antes de dar inicio a su misión mesiánica. En la Pascua de este año, con su preparación y su prolongación, Dios nos quiere comunicar su vida con mayor plenitud. Y por eso somos invitados a una mayor oración y a una escucha más atenta de su palabra, a recordar nuestro Bautismo y a celebrar también nuestra reconciliación con Dios: “Tanto en la liturgia como en la catequesis litúrgica debe ponerse más de relieve el doble carácter del tiempo cuaresmal, que prepara a los fieles a oir la palabra de Dios más intensamente y a rezar, especialmente mediante el recuerdo o la preparación del Bautismo y la Penitencia, para celebrar el misterio pascual” (SC 109)

108


morado

TIEMPO DE CUARESMA El leccionario ferial de Cuaresma

Febrero 2010

“Las lecturas del evangelio y del AT se han escogido de manera que tengan una mutua relación, y tratan diversos temas propios de la catequesis cuaresmal, acomodados al significado espiritual de este tiempo. Desde el lunes de la cuarta semana, se ofrece una lectura semicontinua del evangelio de san Juan, en la cual tienen cabida aquellos textos de este evangelio que mejor responden a las características de la Cuaresma. Los primeros días de la Semana Santa, las lecturas consideran el misterio de la Pasión” (OLM 98). Cada año, las lecturas de las ferias de Cuaresma son las mismas. Lo que nos facilita que vayamos entrando en el espíritu de este tiempo, camino de la Pascua del Señor y nuestra. Las tres primeras semanas iremos escuchando pasajes de los evangelios sinópticos, que nos van proponiendo un programa exigente para nuestra vida de seguimiento de Cristo. Al evangelio le acompaña siempre una lectura del AT, notándose entre las dos lecturas una armonización temática. El AT es la historia de la respuesta, a veces positiva y a veces negativa, que el hombre el pueblo de Israel- le da a Dios en su vida. A partir de la cuarta semana, el evangelio es de san Juan, en una lectura semicontinua de varios de sus capítulos, con el progresivo enfrentamiento de Jesús con sus enemigos. Va a ser la historia de Jesús, en su lucha contra el mal, la que presida nuestra meditación de la Palabra. También en estas semanas el AT proporcionará las primeres lecturas, para dar todavía más relieve al mensaje del evangelio. Las tres primeras semanas nos presentan “el camino del hombre” hacia la Pascua, con la renovación y la conversión que se nos pide. Mientras que, a partir de la cuarta, es “el camino de Jesús” el que se nos propone como modelo y pauta, para que también nosotros, como El, lleguemos a la muerte y la resurrección.

109


Febrero 2010

morado

TIEMPO DE CUARESMA

Indicaciones litúrgico pastorales * El tiempo de Cuaresma va desde el miércoles de Ceniza hasta la Misa de la Cena del Señor inclusive. El miércoles de Ceniza, al comienzo de la Cuaresma, que en todas partes es tenido como día de ayuno, se imponen las cenizas (cf. NUALC nn.28-30). Desde el comienzo de la Cuaresma hasta la Vigilia Pascual no se dice Aleluya. De este modo se prepara la comunidad cristiana para vivir nuevamente con gozo esta aclamación en la noche pascual. * Sólo en las solemnidades y fiestas se dice el himno «Gloria» y el «Te Deum» en el oficio de lecturas. Para subrayar el carácter de este tiempo, se podría destacar el acto penitencial de la misa cantando los Kyries. O usar la tercera forma del acto penitencial (Tropos), que, con creatividad, podrán ayudar pastoralemente a la comunidad. * En el Oficio todo es propio del tiempo de Cuaresma, menos los salmos que se toman del salterio. Los tres salmos de la Hora intermedia se dicen con una sola antífona. Se omite el aleluya en la invocación inicial, sin substitución. * El sonido solo del órgano y otros instrumentos no está autorizado durante el tiempo de Cuaresma (MS 66). Sólo se permite que suenen para sostener el canto. Se exceptúan las solemnidades y fiestas y el domingo IV («Laetare»). * El altar no se debe adornar con flores, excepto en las solemnidades y fiestas y el domingo IV (Ceremonial de Obispos, n. 252), pero no se prohíbe algun detalle floral junto al Sagrario.

110


TIEMPO DE CUARESMA

morado

Febrero 2010

Semana de Ceniza

A los cuatro días que preceden al primer domingo de Cuaresma se llaman ”ferias de Ceniza”. Haciendo un poco de memoria histórica, recordemos que estos días quieren completar el número 40 de este tiempo de preparación a la Pascua. Si la Cuaresma empezara el domingo 1°,y termina el Jueves Santo por la tarde, las cinco semanas enteras, más los cinco días de la Semana Santa (del Domingo de Ramos al Jueves Santo) suman el número de cuarenta. Pero en un momento determinado de la historia se empezó a considerar como elemento primordial de la Cuaresma el ayuno; y eso hizo que se excluyeran del cómputo los días domingos, porque los domingos no se ayuna. Entonces había que “recuperar” días para que “se ayunara durante cuarenta días”. Por eso, el adelanto de la Cuaresma al miércoles anterior al primer domingo. Todavía recordamos otro adelanto que también ha llegado hasta nuestros días: no contentos con las seis semanas de Cuaresma, se empezó a preparar la Pascua otra semana antes, y luego dos, y finalmente tres. De ahí la Quincuagésima, la Sexagésima y la Septuagésima, que han quedado suprimidas en la reforma postconciliar del calendario.

Estos días de ceniza los podemos considerar, por tanto, como un pórtico de la Cuaresma, un atrio de entrada que nos ayuda a dar el paso desde la vida cotidiana hacia la conversión preparatoria de la Pascua. Siempre nos va bien aligerarnos de cosas superfluas y recapacitar sobre la dirección que lleva nuestra vida, para entrar así en la marcha hacia la Pascua. Ceniza, camino de Pascua El simbolismo de la ceniza es muy antiguo y muy popular. La ceniza, recordándonos que el hombre está hecho del polvo de la tierra y es caduco, nos hace humildes. Abrahám, al dialogar con Dios sobre la salvación de Sodoma y Gomorra, reconoce que no tiene derecho a nada, porque es “polvo y ceniza”.

111


Febrero 2010

morado

TIEMPO DE CUARESMA

La humildad aumenta y se tiñe de sentido penitencial cuando recordamos que además somos pecadores. No es extraño que ya en el AT la penitencia se expresara con la ceniza. Al inicio de la Cuaresma, ya desde hace muchos siglos, la comunidad cristiana recibe en la cabeza el austero signo de la ceniza, después de que la lectura de la Palabra nos ha invitado a la conversión. El camino de la conversión pascual empieza con el símbolo de la ceniza y acaba en la Vigilia con el del fuego, el agua y la luz. Es una unidad dinámica, que quiere comprometer a cada cristiano en su seguimiento de Cristo y comunicarle la gracia pascual: a través de la renuncia y la cruz, hasta la nueva existencia de resucitados. El destino es la Pascua, la vida. Pero el camino pasa también por la renuncia y la humildad. El “hombre viejo” tiene que dejar paso al “hombre nuevo”. No está mal que el signo de la ceniza nos lo recuerde. El rito de la Ceniza La ceniza hecha de ramos de olivos o de otros árboles bendecidos el año precedente en el Domingo de Ramos, siguiendo una costumbre muy antigua (s. XII)-, se bendice con una fórmula que se refiere a la situación pecadora de quienes van a recibirla, a la conversión y al inicio de la Cuaresma; a la vez que pide la gracia necesaria para que los cristianos, siendo fieles a la práctica cuaresmal, se preparen dignamente a la celebración del misterio pascual de Jesucristo. El rito es muy sencillo: el sacerdote impone la ceniza a cuantos se acercan a recibirla, mientras dice una de estas dos fórmulas: “Acuérdate que eres polvo y al polvo has de volver” o “Conviértete y cree en el Evangelio”. La primera es la clásica y está inspirada en Gn 3,19; la segunda es de nueva creación y se inspira en Mc. 1,15. Las dos se complementan.

112


TIEMPO DE CUARESMA

morado

Febrero 2010

El simbolismo es múltiple:

a) la condición débil y caduca del hombre, que marcha hacia la muerte, lo cual provoca pensamientos de meditación y humildad y da a la vida cristiana seriedad en los planteamientos y compromisos; b) la condición pecadora del hombre, la penitencia interior, la necesidad de conversión, la tristeza por el mal que habita en el corazón humano, la actitud de liberación de cuanto contradice la condición bautismal, y la decisión firme de emprender el camino que conduce a participar en la Muerte y Resurrección de Cristo; c)la súplica ardiente al Señor para que venga en nuestro auxilio; d) la resurrección, dado que las cenizas de este día recuerdan no sólo que el hombre es polvo sino también que está destinado a participar en el triunfo de Cristo. A través de la renuncia, de la cruz y de la muerte, Dios convierte la ceniza en trigo que cae en la tierra y produce fruto abundante: muriendo con Cristo al pecado, resucitaremos con El a la nueva vida: la pascua, pues la ceniza del comienzo de la Cuaresma se encontrará con el agua purificadora en la Vigilia Pascual: lo que es signo de muerte y destrucción, se trocará en fuente de vida en la Vigilia Pascual, gracias a las aguas regeneradoras del Bautismo.

Indicaciones litúrgico pastorales

* Es importante hacer una celebración de la Palabra cada vez que se imponga la ceniza. Conviene dar a conocer con tiempo los horarios. No dar la ceniza sin preparación. * En la Misa se omite el acto penitencial y, después del Evangelio y la homilía, se bendice e impone la ceniza, hecha de las

113


Febrero 2010

morado

TIEMPO DE CUARESMA

palmas bendecidas el año precedente. La bendición e imposición de la ceniza se puede hacer también fuera de la Misa; en este caso es recomendable que preceda una liturgia de la palabra, con las lecturas de la Misa. El rito concluye con la oración universal. * Por todo lo anterior se ve la importancia de hacer conciencia entre los fieles, con anticipación, de que la ceniza es un sacramental -no obliga-, supone una actitud interior de arrepentimiento, invitación a volverse a Dios, a convertirse interiormente, a comenzar una vida nueva, a aprovechar un tiempo especial de gracia Indicaciones litúrgico pastorales * Liturgia de las Horas: volumen II * Leccionario Vol. I; dominical ciclo C. ferial único. * El altar no se debe adornar con flores, exepto en las solemnidades, fiestas y IV domingo (Ceremonial de Obispos n. 252). * Tenganse en cuenta los cantos propios de este tiempo. El sonido solo del organo y otros instrutmentos se pohibe. Solo se permite para sostener el canto. Se exeptúan las solemnidades, fiestas y IV domingo (MS 66)

114


TIEMPO DE CUARESMA

morado

Febrero 2010

Miércoles de Ceniza (se omite la memoria de los Siete Ss. Fundadores Servitas)

Misa: pr. pf. III-IV de Cuaresma Miércoles Lecturas: Joel 2,12-18; Sal 50; 2 Cor 5,20 6,2; E. Mt 6,1-6.16-18 morado Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma (IV salt.)

17

AYUNO Y ABSTINENCIA Limosna, oración y ayuno: tres prácticas que figuran en el pórtico de la Pascua. A cada una de ellas, Jesús agrega una apreciación de tener muy en cuenta si queremos hacer limosna cristiana, oración auténtica y ayuno verdadero. A lo largo de estos cuarenta días que siguen, la Palabra de Dios nos irá aclarando mejor el espíritu con que debemos realizar este programa cuaresmal. Para la imposición de la Ceniza vea p. 112...

115


Febrero 2010 Jueves morado

18

morado

TIEMPO DE CUARESMA

FERIA DESPUES DE CENIZA Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Deut 30,15-20; Sal 1; E. Lc 9,22-25 Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma (IV salt.)

GUAD No labora la Curia.

Viernes FERIA DESPUES DE CENIZA Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Is 58,1-9; Sal 50; E. Mt 9,14-15 morado Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma (IV salt.)

19

116


TIEMPO DE CUARESMA

morado

Febrero 2010

FERIA DESPUES DE CENIZA “Misas de la Virgen María” Misal propio pp. 41-54; n. 10 a 14

Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Is 58,9-14; Sal 85; E. Lc 5,27-32 Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma (IV salt.)

Misa Vespertina: Todo como en la Misa de mañana

Sábado

20

morado

I Vísperas Dom. Salterio I N. B. En el domingo primero de Cuaresma se celebra el Rito de la “elección o de la inscripción del nombre” para los catecúmenos que, en la noche de Pascua, van a recibir los sacramentos de la Iniciación cristiana. Se utiliza el Ritual de la Iniciación Cristiana de los Adultos, p. 67 y la Misa ritual propia de este Rito. 3. El respeto al misterio que está aconteciendo

Una de las principales actitudes que debe tener el que preside la Eucaristía, así como los demás ministros que ayudan a la comunidad, es el respeto al misterio que está sucediendo. Son servidores, no dueños. El protagonista es el Dios Trino, que quiere, a través de la celebración, comunicar su gracia y su amor y la comunión de vida. Todos los que actúan ministerialmente se deben sentir servidores de este encuentro invisible, profundo, entre Dios y la comunidad. San Juan Crisóstomo dijo: “La acción sagrada que vemos no se realiza por fuerza humana, el que la realizó en aquella cena, lo hace también ahora. Nosotros tenemos sólo el lugar de siervos, quien consagra y transforma es Él”.

117


morado

Febrero 2010

TIEMPO DE CUARESMA

I DE CUARESMA (se suprime la memoria de S. PEDRO DAMIAN, Ob. y Dr.)

Misa: pr. sin Gloria, Cr; pf. pr. DOMIN Lecturas: Deut 26,4-10; Sal 90; Rom 10,8-13; GO

21

Oficio:

E. Lc 4,1-13 Dominical T. de Cuaresma

La tentación del desierto consiste en que Jesús,

como segundo Moisés, repita el milagro del maná. La adoración de Satanás en el monte desde donde se contemplaba todo el mundo, tiene como objeto la actuación de Jesús como caudillo político. Finalmente el salto desde el alero del templo, se sugiere como un milagro espectacular que legitimará la misión de Jesús. Esto significa que en las tres variantes de la historia de la tentación se trata de una sola y misma tentación que llevaba en sí la consecuencia de evitar el camino de la cruz. En la historia de la tentación no se trata, pues, de que Jesús fuera inducido a un pecado y El resistiera a esta inducción, sino más bien del «SI» de aceptación que Jesús da a su misión. Jesús tiene que pasar por una dura prueba. El plan de Dios sobre Jesús no es el de un triunfo fácil de un mesianismo político, sino el de recorrer su camino como Mesías doliente: «¿No era necesario que el Mesías padeciera para entrar en su gloria?».La victoria de Jesús sobre Satanás nos muestra su pleno poder sobre los espíritus inmundos y significa la aurora del triunfo de la salvación. El triunfo de Jesús animará el camino del discípulo.

118


TIEMPO DE CUARESMA

Febrero 2010

FIESTA LA CATEDRA DE SAN PEDRO

Lunes

Misa: pr. Gl., pf. de Apóstoles Lecturas: 1 Pe 5,1-4; Sal 22; E. Mt 16,13-19 Oficio: propio de la Festividad

blanco

Feria de Cuaresma S. POLICARPO, Ob. y Mr. sólo M/R

morado

Martes

23

morado Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Is 55,10-11; Sal 33; E. Mt.6,7-15 Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma

Feria de Cuaresma

22

Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Jon 3,1-10; Sal 50; E. Lc 11,29-32 Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma TEP

Miércoles

24

morado

38° Aniv. del fallecimiento del Excmo. Sr. Obispo D. ANASTACIO HURTADO Y ROBLES ¡Pax ae-

119


morado

Febrero 2010 Jueves

25

morado

TIEMPO DE CUARESMA

Feria de Cuaresma BEATO SEBASTIAN DE APARICIO sólo M/R San TORIBIO ROMO GONZALEZ Mártir Mexicano

Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Est 4,1.3-5.12-14; Sal 137; E. Mt 7,7-12 Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma GUAD VER

Viernes

26

morado

Sábado

27

morado

Reunión de estudio en los decanatos No labora la Curia. Aniv. del natalicio del Excmo. Sr. Obispo D. LUIS GABRIEL CUARA MENDEZ ¡Oremos por él!

Feria de Cuaresma

Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Ez 18,21-28; Sal 129; E. Mt 5,20-26 Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma

Feria de Cuaresma “Misas de la Virgen María” Misal propio pp. 41-54; n. 10 a 14

Misa: pr. pf. I-V de Cuaresma Lecturas: Deut 26,16-19; Sal 118; E. Mt 5,43-48 Oficio: Ferial Tiempo de Cuaresma Misa Vespertina: Todo como en la Misa de mañana GUAD Retiro espiritual de la Curia

I Vísperas Dom. Salterio II

120


TIEMPO DE CUARESMA

morado

Febrero 2010

II DE CUARESMA

Misa: pr. sin Gloria, Cr; pf. pr. DOMINLecturas: Gen 15,5-12.17-18; Sal 26; GO Flp 3,17--4,1 o breve Flp 3,20--4,1; E. Lc 9,28-36 Oficio: Dominical T. de Cuaresma

28

Antes del viaje a Jerusalén donde se concluirá trágicamente la misión de Jesús, Lucas nos narra la experiencia anticipada de la glorificación de Jesús.

Jesús sube a la montaña a orar. Sus apóstoles más cercanos lo acompañan. Jesús ora para poder continuar su tarea hasta el fin. No quiere abandonar su lucha contra el mal, ni su camino de fidelidad al plan de su PADRE; y, en este momento de aceptación total y confiada, se revela la fecundidad de lo que sucederá en Jerusalén. Lo que parece ruta de incomprensión, de dolor y de fracaso, se transfigurará en lo que realmente es: camino de vida. El término del camino de la cruz es, en realidad, final de gloria. Esta experiencia de gloria anticipada nos debe hacer ver en Jesús al Hijo de Dios, el elegido, a quien debemos escuchar. El discípulo, robustecido en su fe, debe bajar del monte de la transfiguración dispuesto a seguir el viaje a Jerusalén acompañando a su Maestro.

121


Febrero 2010 Tiempo Cuaresma - Agenda Liturgica