Issuu on Google+

CABAL L ERO S D E CO LÓ N

F EBRERO 2014

COLUMBIA

Renace la esperanza Hope después after deHaiyan Haiyan


13

años de crecimiento Durante 2013, Caballeros de Colón emitió más seguros de vida que nunca, y rebasó $92,000 millones de dólares en seguros vigentes. Gracias por confiarnos la protección de su familia.

Encuentre un agente en kofc.org o llame al 1-800-345-5632 SEGURO DE VIDA

S E G U R O P O R I N C A PA C I D A D

S E G U R O D E C U I DA D O A L A R G O P L A Z O

ANUALIDADES


C A BA L L E RO S D E C O LÓ N FEBRERO 2014 ♦ VOLUMEN 94 ♦ NÚMERO 2

COLUMBIA

ARTÍCULOS

8 Evangelizando a América por las huellas de Nuestra Señora La peregrinación pontificia al Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe une a los líderes de todo el continente. POR ANDREW J. MATT

12 Hogazas de Amor Lo que comenzó como simples entregas de pan por parte de un consejo local de C de C se ha convertido en un programa de ayuda de todo el estado. POR MARYANGELA LAYMAN ROMÁN

16 Renace la esperanza después de Haiyan Con los consejos de toda Filipinas, la Orden ofrece ayuda a las víctimas del tifón. POR BRIAN CAULFIELD

22 Acuden en ayuda de un hermano necesitado Consejos a miles de millas de distancia se unen para ayudar a una familia víctima de una tragedia. POR MARIE ELENA GIOSSI

25 Educación y Evangelización La labor de la evangelización ayuda a otros a ver, comprender y enfrentar el mundo desde la perspectiva de la fe. POR STRATFORD CALDECOTT

La procesión con imágenes de Nuestra Señora de Guadalupe y de San Juan Diego el día en que se inauguró la peregrinación y reunión pontificia celebrada en la Ciudad de México del 16 al 19 de diciembre de 2013.

D E PA RTA M E N TO S 3

Construyendo un mundo mejor El Papa Francisco nos exhorta a irradiar “comunión fraternal y fecundidad misionera”. POR CARL A. ANDERSON

PHOTO: Tom Serafin

4

Aprender sobre la fe, Vivir la fe Al igual que los hábitos de los entrenadores y los líderes de negocios que tienen éxito, nuestra vida espiritual requiere valor para enfrentar directamente nuestros miedos. POR EL OBISPO WILLIAM E. LORI

6

Noticias de los Caballeros de Colón Abrigos para los Niños cumple otro año rompiendo récords • El Caballero Supremo recibe la Medalla Patronal de la UCA y el Santuario Nacional • Los Caballeros dan la bienvenida al nuevo Arzobispo de Hartford • Los hermanos Caballeros elegidos a nuevos puestos de liderazgo. • El consejo Supremo financia un nuevo puesto para el Proyecto Rachel

21

Padres para Siempre Las familias católicas tienen formas prácticas de aprender y dar testimonio sobre la belleza de las enseñanzas de la Iglesia. POR ANDREW LICHTENWALNER

28

Caballeros en Acción

FEBRERO 2014

♦ COLUMBIA ♦ 1


El Nuevo Mandamiento CUANDO LOS fariseos le preguntaron cuál era el mayor mandamiento de la ley, Cristo respondió que toda la ley y los profetas se basan en amar a Dios por encima de todas las cosas y de amar al prójimo como a sí mismo (cf. Mt 22, 37-40). Luego dio un “nuevo mandamiento” durante su discurso de despedida a los Apóstoles “Ámense también ustedes los unos a los otros como yo los he amado. En esto todos reconocerán que ustedes son mis discípulos: en el amor que se tengan los unos a los otros.” (Jn 13, 35-36; cf. Jn 15, 12). El nuevo mandamiento de Cristo exige obediencia de sus seguidores y sigue siendo una de las piedras angulares de la vida Cristiana. Sin embargo, al igual que los demás mandamientos de Dios, el precepto de Cristo de amarnos los unos a los otros promueve la libertad, no la coarta, y al igual que todo el Evangelio, transmite un mensaje con significado universal. La Constitución Pastoral sobre la Iglesia en el Mundo Actual del Concilio Vaticano Segundo enfatiza que el hombre tiene cierta similitud con la Santísima Trinidad y “no puede encontrar su propia plenitud si no es en la entrega sincera de sí mismo a los demás” (Gaudium et Spes, 24). Lejos de ser una elección privada de estilo de vida, una opción abierta entre otras muchas, la vida en Cristo coincide con los anhelos más profundos del corazón humano. En su reciente exhortación apostólica, Evangelii Gaudium (La Alegría del Evangelio), el Papa Francisco señala que “Llegamos a ser plenamente humanos cuando somos más que humanos, cuando le permitimos a Dios que nos lleve más allá de nosotros mismos para alcanzar nuestro ser más verdadero.” (8). Aceptar “nuestro ser más verdadero” con base en nuestra creación y nuestro destino en Dios, está en el centro de la Nueva Evangelización, a la

2 ♦ COLUMBIA ♦

FEBRERO 2014

que han llamado Francisco y sus predecesores. En última instancia, el gozoso testimonio de la fe cristiana, la esperanza y la caridad, es el antídoto de lo que el Papa llamó “la sociedad materialista, consumista e individualista” y “un vacío dejado por el racionalismo secularista.” (63) Desde cierta perspectiva, el énfasis del Papa Francisco en “la salida de sí hacia el hermano” (179) no es un nuevo mensaje ni un cambio de curso. El mandamiento de Cristo sobre la caridad es la enseñanza constante de la Iglesia y se ha enfatizado particularmente en las décadas recientes, desde el Concilio Vaticano Segundo y el llamado a convertirse en “la Iglesia del Buen Samaritano” hasta las encíclicas fundacionales del Papa Benedicto XVI. Por otro lado, una “eterna novedad” surge del Evangelio, ya que siempre habrá la necesidad de transformar los corazones y renovar las sociedades con el amor y la gracia de Dios (cf. 11). A la luz de esto, una peregrinación y reunión que unió a los líderes de la Iglesia en la Ciudad de México en noviembre pasado se centró en la tarea actual de la evangelización y la renovación de todo el continente (ver página 8). Esta tarea también se manifiesta en la labor diaria de la Orden, ya sea la entrega de pan y otros suministros para los pobres de sus comunidades por los Caballeros de Wisconsin (ver página 12), la ayuda de los Caballeros de Filipinas a sus hermanos afectados por el Tifón Haiyan (ver página 16), o el apoyo de los Caballeros de Florida y Nueva York a su hermano Caballero y su familia tras un trágico accidente (ver página 22). En esta y muchas otras formas, vemos cómo el nuevo mandamiento de Cristo inspira los testimonios de la fe y la creatividad del amor.♦ ALTON J. PELOWSKI EDITOR

COLUMBIA PUBLICADOR Caballeros de Colón ________ FUNCIONARIOS SUPREMOS CABALLERO SUPREMO Carl A. Anderson CAPELLÁN SUPREMO Mons. William E. Lori, S.T.D. DIPUTADO CABALLERO SUPREMO Logan T. Ludwig SECRETARIO SUPREMO Charles E. Maurer Jr. TESORERO SUPREMO Michael J. O’Connor ABOGADO SUPREMO John A. Marrella ________ EDITORIAL EDITOR Alton J. Pelowski EDITOR ADMINISTRATIVO Andrew J. Matt EDITOR ADJUNTO Patrick Scalisi ASISTENTE EDITORIAL Kaitlyn Landgraf TRADUCTORES Centro Angloamericano de Cuernavaca S.C. Enid Muñoz ________

El Padre Michael J. McGivney (1852-90) — Apóstol de los jóvenes, protector de la vida familiar cristiana y fundador de los Caballeros de Colón, intercede por nosotros. ________ EN CONTACTO CON NOSOTROS CORREO REGULAR: COLUMBIA

1 Columbus Plaza New Haven, CT 06510-3326 TELÉFONO: 203.752.4398 FAX 203.752.4109 E-MAIL columbia@kofc.org LA PÁGINA DE INTERNET: www.kofc.org DPTO. DE ATENCIÓN AL CLIENTE: 1.800.380.9995 ________ ¿SE MUDA? Notifique a su Consejo local. Envíe su nueva dirección a: Caballeros de Colón, Dpto. de Registro de Miembros, PO Box 1670 New Haven, CT 06507-0901 ________ Copyright © 2014 Todos los derechos reservados. ________ EN LA PORTADA La Catedral Metropolitana de Palo, Filipinas, a lo lejos, justo después del Tifón Haiyan en noviembre pasado.

COVER: Photo by Roy Lagarde

E D I TO R I A L


C O N S T RU Y E N D O U N M U N D O M E J O R

Un reto personal El Papa Francisco nos exhorta a irradiar “comunión fraternal y fecundidad misionera” por Carl A. Anderson, Caballero Supremo

EN MI COLUMNA del mes pasado, comencé una reflexión sobre la nueva exhortación apostólica del Papa Francisco, Evangelii Gaudium (La Alegría del Evangelio). Me centré en el reto que lanza el Papa a los católicos para que adopten un nuevo “espíritu misionero” capaz de llevar el Evangelio a la periferia de la sociedad. En este momento de la historia, Caballeros de Colón tiene la extraordinaria oportunidad y, añadiría yo, la extraordinaria responsabilidad de unirse al Papa Francisco en la primera línea de este testimonio y de retomar el reto del Beato Juan Pablo II para que los católicos emprendan una caridad que evangeliza. Este mes, quisiera seguir reflexionando sobre Evangelii Gaudium, y mostrar la forma en que debe servir como guía para nuestra labor como Caballeros de Colón. Nuestro Santo Padre ve que la Iglesia abre un nuevo capítulo de evangelización que se caracteriza por “la alegría del Evangelio”, que llevan a cabo quienes “desean compartir su alegría”. En esta misión — retomando las palabras del Papa Benedicto XVI a los obispos de América Latina en Aparecida, Brasil, en 2007 — el Papa Francisco escribe “La Iglesia no crece a través del proselitismo, sino ‘por atracción’” (15). Evangelii Gaudium es la respuesta del Papa al Sínodo de los Obispos de 2012 que se reunió con el tema de “La Nueva Evangelización para la Transmisión de la Fe Cristiana”. En este documento, el Santo Padre retoma un tema central del sínodo “En virtud del

Bautismo recibido, cada miembro del Pueblo de Dios se ha convertido en discípulo misionero”. Y subraya que “La Nueva Evangelización debe implicar un nuevo protagonismo de cada uno de los bautizados.” (120) Pero para ser fieles “discípulos misioneros”, dice el Papa Francisco que es necesario ir más allá de nuestra “propia comodidad” (20) y “abandonar el cómodo criterio pastoral del ‘siempre se ha hecho así’” (33). También dice que los lugares de “comunión solidaria y ... fecundidad misionera” son esenciales para la Iglesia de hoy (89). El Papa Francisco nos recuerda entonces la clave de esta comunión y fecundidad citando una vez más al Papa Benedicto XVI: «el servicio de la caridad es también una dimensión constitutiva de la misión de la Iglesia y expresión irrenunciable de su propia esencia» (179). Nuestro Santo Padre nos exhorta a redescubrir nuestra necesidad como católicos “de vivir en fraternidad” y crecer en “un amor fraternal que sabe mirar la grandeza sagrada del prójimo, que sabe descubrir a Dios en cada ser humano” (92). En esta luz, el Papa Francisco escribe “A los cristianos de todas las comunidades del mundo, quiero pediros especialmente un testimonio de comunión fraterna que se vuelva atractivo y resplandeciente. Que todos puedan admirar cómo os cuidáis unos a otros, cómo os dais aliento mutuamente y cómo os acompañáis” (99). No cabe duda de que algunos cató-

licos leerán estos pasajes y preguntarán “¿Qué aspecto tiene este testimonio de comunión fraternal, y cómo debemos entrar en él?” Pero, para un hermano Caballero, es imposible leer las palabras de nuestro Santo Padre y no reconocer un reto profundo y personal. Tenemos el gran privilegio de ser herederos de la visión espiritual del Venerable Michael McGivney, quien emprendió el camino de la comunión fraternal basada en la caridad y la unidad hace más de 130 años. Gracias a la inspiración de nuestro fundador, no necesitamos inventar nuevas asociaciones ni experimentar con nuevas estructuras para encontrar formas fecundas de una comunión fraternal. Todo Caballero ya pertenece a una Orden que personifica una de las expresiones más fecundas de comunión fraternal que han existido en los países donde estamos activos. Así, el reto que enfrenta cada hermano Caballero hoy es asegurarse de que la Orden y cada uno de nuestros consejos sean lugares donde “las puertas están abiertas” y cuyos miembros invitan a los demás católicos a una vida de comunión fraternal y caridad. También es responsabilidad de cada Caballero profundizar su comunión fraternal con la verdadera caridad y unidad, de manera que quien encuentre a Caballeros de Colón encuentre una comunidad de hermanos motivados por la alegría del Evangelio. ¡Vivat Jesus!

FEBRERO 2014

♦ COLUMBIA ♦ 3


APRENDER SOBRE LA FE, VIVIR LA FE

Correr hacia el rugido Al igual que los hábitos de los entrenadores y los líderes de negocios que tienen éxito, nuestra vida espiritual requiere valor para enfrentar directamente nuestros miedos por el Obispo William E. Lori, Capellán Supremo NOTA DEL EDITOR: Este artículo constituye la parte cuatro de una serie sobre la espiritualidad de los hombres.

PAUL ASSAIANTE sabe lo que es ganar. Como entrenador del equipo de squash de Trinity College en Hartford, Conn., Assaiante ha ganado 13 campeonatos nacionales consecutivos y un récord de 252 juegos consecutivos desde 1998. Hace cuatro años, se asoció con James Zug, galardonado escritor que es una autoridad reconocida en squash, para escribir el libro Run to the Roar: Coaching to Overcome Fear (2010) (Corre hacia el rugido: Cómo entrenar para sobreponerse al miedo). Como lo explican los autores, el rugido del león llena el corazón de miedo, y el instinto del animal es correr para alejarse del león, estrategia que a veces lo lleva a la muerte. Incluso cuando ha pasado su mejor época, el poderoso rugido del león hace que corra su presa. Y en lo que se refiere a los leones, los seres humanos no lo hacen mucho mejor que los antílopes. Si me enfrentara a un león rugiendo, el miedo se apoderaría de mí y saldría corriendo, quizás para convertirme en la merienda del león. El león que ruge es el símbolo de nuestros miedos, en especial los miedos que amenazan con consumirnos, que no nos dejan dormir por la noche. Representa los aspectos de nuestra vida que hacen que huyamos de Dios, de nuestras esposas, nuestra familia, nuestros amigos e incluso de nosotros mismos. 4 ♦ COLUMBIA ♦

FEBRERO 2014

Los entrenadores y los líderes de negocios de éxito nos dicen que debemos correr hacia el rugido, que debemos enfrentar las fortalezas de nuestro oponente al tiempo que superamos nuestros miedos. En lugar de correr para alejarse del león que ruge, sólo para caer en sus garras y ser devorado, debemos enfrentar el león cara a cara, con nuestro propio rugido lleno de valor. CONFRONTAR NUESTROS PECADOS Ahora que nos acercamos a la época de la Cuaresma, sugiero que todos nosotros “corramos hacia el rugido” en cuanto sea posible. Esto significa enfrentar aquello que más amenaza nuestra vida espiritual y los peores impedimentos para nuestro crecimiento como seres humanos, como seguidores de Cristo, y también como maridos y padres. De hecho, todo pecado — en especial todo pecado grave — logra hacernos huir y escondernos tras las excusas, las coartadas y los pretextos que pueden arruinar nuestra relación con Dios. El pecado y los hábitos pecaminosos también logran consumirnos, convertirse en lo más importante de nuestra vida, incluso más importante que Dios y nuestros seres queridos. Como seguidores de Cristo, por medio del sacramento de la reconciliación “corremos hacia el rugido” y enfrentamos esas barreras entre nosotros y Dios. Correr hacia el rugido va en contra del instinto, al igual que pelear en una

justa sin escudo o jugar fútbol sin casco. Así pues, ¿qué es lo que nos da el valor para correr hacia el rugido en nuestra vida espiritual? ¿Qué nos permite pensar que admitir nuestras debilidades nos lleva a la fortaleza? ¿Qué nos hace pensar que confesar nuestros pecados nos da una ventaja de cancha? Examinemos las Escrituras para responder a estas preguntas. Con los poderosos enemigos de Jesús en fila para atacarlo, leemos en el Evangelio cómo los Sumos Sacerdotes y los Fariseos preguntan a los guardias que rodean a Jesús “¿Por qué no lo trajeron?” Ellos contestaron “Nadie habló jamás como este hombre” (cf. Jn 7, 45-46). Nadie nos ha hablado nunca como Jesús, nadie nos ha dicho jamás la verdad sobre Dios y sobre nosotros mismos como él. Jesús nos habla con palabras de espíritu y vida en las Escrituras, en la Misa y en nuestras oraciones particulares. No existe un entrenador en la tierra que pueda hablarnos más poderosamente que Jesús. EL CAMINO DE CRISTO Los profetas ofrecieron un anticipo de la admonición de Jesús “conviértanse y crean en la buena noticia” (Marcos 1, 15): correr hacia el rugido. Jeremías, por ejemplo, prefiguró la forma en que Jesús dirigiría el camino “como un manso cordero llevado al matadero” (Jer 11, 19). En el Huerto de los Olivos y en la Cruz, Jesús se nos adelantó. Aunque libre de pecado, el Cor-


APRENDER SOBRE LA FE, VIVIR LA FE

dero de Dios tomó para sí la furia del pecado y la debilidad humana. No fueron los latigazos los que lo marcaron, sino nuestros pecados. No fue la pesada cruz la que lo hizo caer, sino el peso de nuestros pecados. Pero por sus heridas fuimos sanados, por su caída fuimos elevados, y por su muerte ahora tenemos en nosotros la vida eterna. En una palabra, Jesús corrió hacia el rugido para que nosotros pudiéramos hacerlo. Tenemos también el ejemplo de los santos y de nuestro Santo Padre el Papa Francisco. Es un hombre que siempre corre hacia el rugido. En su larga experiencia como sacerdote,

INTENCIONES DEL

como provincial de los jesuitas y como arzobispo de Buenos Aires, una de las diócesis más complejas del mundo, ha tenido que enfrentar muchos problemas difíciles y cargar con muchas responsabilidades. Y ahora tiene la responsabilidad más demandante de todas: como sucesor de Pedro y Vicario de Cristo, ser el pastor de la Iglesia universal en una época en la que la Iglesia enfrenta retos en muchos frentes. La sencillez del Papa y su espíritu de pobreza no constituyen una máscara para sus relaciones públicas, un estilo inventado para encantar a sus seguidores y desarmar a sus críticos. Realmente es quien es. Corre hacia el

rugido armado con una poderosa vida espiritual, con el conocimiento y el amor de Cristo, lleno de aliento por las plegarias de aquellos a quienes sirve y fortalecido por su amor a los pobres y los necesitados.Mientras seguimos con nuestra vida y trabajo como hombres católicos dedicados a nuestros principios fundamentales de caridad, unidad y fraternidad, lo hacemos en unión con nuestro Santo Padre y fortalecidos por la Eucaristía para compartir un amor que es más fuerte que el pecado y más poderoso que la muerte. Con este tipo de apoyo, no cabe duda de que podemos “correr hacia el rugido”.♦

E L H O M B R E C ATÓ L I C O D E L M E S

S A N TO PA D R E

Ofrecidas en solidaridad con el Papa Francisco GENERAL: Para que la sabiduría y la experiencia de las personas mayores sean reconocidas en la Iglesia y en la sociedad.

POPE FRANCIS: CNS photo/Paul Haring — ARCHBISHOP CIEPLAK: Photo by APIC/Getty Images

MISIONAL: Para que sacerdotes, religiosos y laicos colaboren generosamente en la misión de evangelización.

Arzobispo Jan Cieplak (1857-1926) JAN CIEPLAK nació en Polonia el 17 de agosto de 1857, donde fue educado por su abuela. Siguió una vocación sacerdotal y fue ordenado en 1881. Durante los 20 años siguientes, fue profesor del seminario en San Petersburgo, Rusia, al tiempo que mantenía orfanatorios y escuelas. El Padre Cieplak fue nombrado obispo auxiliar de Mogilev en 1908, y pronto se convirtió en el primer obispo en cruzar Siberia y el Extremo Oriente. También realizó visitas pastorales a Lituania y Bielorrusia, y su entusiasmo le granjeó la enemistad de las autoridades zaristas. Como resultado fue suspendido de la Academia Teológica de San Petersburgo. En 1919, el Obispo Cieplak fue nombrado arzobispo titular de Ocrida. Cuando se formó la Unión soviética tres años después, era el funcionario católico de mayor rango en la región. Acosado por las autoridades comunistas por resistirse a la nacionalización de las edificaciones de la Iglesia, el Arzobispo Cieplak fue arrestado dos veces. En un juicio amañado que captó la atención del mundo, fue sentenciado a muerte por crear una “organización contrarrevolucionaria”.

La presión de Occidente finalmente obligó a los soviéticos a conmutar la sentencia a 10 años de prisión Tras servir un año en las cárceles de Butyrka y de Lubyanka, el Arzobispo Cieplak fue liberado inesperadamente y recibido con júbilo en Polonia. Luego viajó a Roma, donde el Papa Pío XI le pidió que preparara un informe sobre la Rusia Bolchevique. En noviembre de 1925, el Arzobispo Cieplak inició un recorrido por Estados Unidos, visitando 375 parroquias y reuniéndose también con el Presidente Calvin Coolidge. En diciembre, fue nombrado arzobispo de Vilnius. Sin embargo, cuando aún estaba en Estados Unidos, cayó enfermo en Passaic, N.J., y murió allí el 17 de febrero de 1926. La causa por su canonización se abrió en 1952.♦

FEBRERO 2014

♦ COLUMBIA ♦ 5


N OT I C I A S D E LO S C A BA L L E RO S D E C O LÓ N

Abrigos para los Niños cumple otro año rompiendo récords PROPAGAR CALIDEZ y buen humor durante la época navideña no fue sólo una expresión cuando el programa Abrigos para los Niños de Caballeros de Colón proporcionó miles de abrigos de invierno a los niños necesitados de las ciudades más frías de Estados Unidos y Canadá. Los Caballeros procesaron pedidos por una cantidad récord de 51,000 abrigos, que distribuyeron los consejos locales y de estado en una variedad de eventos: • Los Caballeros de seis sitios de Connecticut entregaron 2,000 abrigos a niños necesitados el día después de Thanksgiving. Durante dos horas del día de compras más importante del año, los Caballeros distribuyeron abrigos en Bridgeport, Hartford, New Haven, Norwich, Stamford y Waterbury. • Unidos con representantes de los Broncos de Denver a mediados de octubre, los Caballeros entregaron abrigos a los escolares en una distribución en Mile High City copatrocinada por Atletas Católicos por Cristo. Dos se-

Miembros del Consejo Our Lady of the Assumption 1107 de Fairfield, Conn., y representantes de Action for Bridgeport Community Development (Acción por el desarrollo de la comunidad de Bridgeport) con algunos de los niños que recibieron abrigos de invierno por medio del programa de Abrigos para los Niños. manas después, también distribuyeron abrigos a los niños cuyas familias quedaron gravemente afectadas por las devastadoras inundaciones del Norte de Colorado (Más sobre la respuesta de la Orden en Colorado en la página 20).

El programa de Abrigos para los Niños de Caballeros de Colón, establecido en 2009, ha entregado unos 150,000 abrigos a los niños. El año pasado, más de 1,000 consejos participaron en este programa en Estados Unidos y Canadá.♦

EL 9 DE diciembre de 2013, el Caballero Supremo Carl A. Anderson recibió la Medalla Patronal en la Basílica del Santuario Nacional de la Inmaculada Concepción en Washington, D.C. Esta medalla, que otorgan conjuntamente el santuario y la Universidad Católica de América, se entrega a una persona que ha prestado “un servicio distinguido en la promoción de la devoción mariana, su teología y el reconocimiento general del lugar de María en la Iglesia Católica”. “Carl Anderson ha dedicado su vida al servicio de la Iglesia y de nuestra nación”, dijo John Garvey, presidente de la Universidad Católica. “Él personifica las cualidades por las que se otorga la Medalla Patronal, porque su sólida fe y su devoción a María sustentan todo lo que hace.” Al aceptar la medalla, Anderson dijo que el premio “es una oportunidad para dar reconocimiento a la dedicación de tantos Caballeros de Colón al santuario nacional”. Dijo que era “un privilegio y un honor” colaborar con el santuario “por el honor de servir a la Madre de nuestro Señor”. Previamente habían sido galardonados con esa medalla, entre otros, el Cardenal James Hickey, quien fue arzobispo 6 ♦ COLUMBIA ♦

FEBRERO 2014

Mons. Walter Rossi, rector de la Basílica del Santuario Nacional de la Inmaculada Concepción, el Cardenal Donald W. Wuerl de Washington y, a la derecha, John Garvey, presidente de la Universidad Católica de América, entregan al Caballero Supremo Carl A. Anderson la Medalla Patronal. de Washington, la Madre M. Angelica, fundadora de Eternal Word Television Network, y Dolores Hope, esposa del actor Bob Hope.♦

NATIONAL SHRINE: CNS photo /Bob Roller

El Caballero Supremo recibe la Medalla Patronal de la UCA y el Santuario Nacional


N OT I C I A S D E LO S C A BA L L E RO S D E C O LÓ N

Los Caballeros dan la bienvenida al nuevo Arzobispo de Hartford

Los hermanos Caballeros elegidos a nuevos puestos de liderazgo

ARCHBISHOP BLAIR: CNS photo/Bob Mullen

Logan T. Ludwig

EL ARZOBISPO Leonard P. Blair, de 64 años, tomó posesión como nuevo dirigente de la Arquidiócesis de Hartford el 16 de diciembre de 2013. El Arzobispo Blair sustituye al Arzobispo Henry J. Mansell, cuyo retiro fue aceptado por el Papa Francisco a fines de 2013. “Durante todo su periodo en Michigan, en el Vaticano, y más recientemente en Ohio, nuestro arzobispo designado ha mostrado ser el pastor por excelencia”, dijo el Caballero Supremo Carl A. Anderson cuando se anunció el nuevo puesto del Arzobispo Blair. “Damos las gracias al Papa Francisco por este destacado nombramiento y estamos listos para ayudar a nuestro nuevo arzobispo en todo lo que podamos.” El Arzobispo Blair nació en 1949 en Detroit y fue ordenado sacerdote en 1976. Sirvió como obispo auxiliar en Detroit de 1999 a 2003, cuando fue nombrado por el Papa Juan Pablo II para encabezar la Diócesis de Toledo, Ohio. Es presidente del Subcomité sobre el Catecismo de los obispos de EE.UU. y es miembro de los Comités sobre Doctrina, Evangelización y Catequesis. El Arzobispo Blair se unió a Caballeros en 1994 y ha servido en el Consejo de West Toledo 3122 como Capellán de Consejo y Fiel Fraile. El Caballero Supremo Anderson estuvo entre los dignatarios que asistieron a la Misa de toma de posesión del arzobispo.♦

Michael J. O’Connor

A FINES DE 2013, asistimos a un cambio de guardia en diversas posiciones clave de liderazgo en el Consejo Supremo de Caballeros de Colón. El más importante fue la promoción de Logan T. Ludwig como nuevo Diputado Caballero Supremo tras la jubilación de Dennis A. Savoie después de más de siete años de servicio en ese puesto. Ludwig, miembro de la junta de directores desde 2007, sirvió como Abogado de Estado, Tesorero de Estado y Secretario de Estado en Illinois antes de convertirse en Diputado de Estado en 2004. En 2011, fue promovido a Tesorero Supremo. Para llenar la vacante que deja la pro-

Natale L. Gallo

Patrick E. Kelly

moción de Ludwig, el Director Supremo Michael J. O’Connor fue promovido a Tesorero Supremo. O’Connor es responsable de las cuestiones financieras de la Orden, y anteriormente había servido como asistente del abogado supremo. Finalmente, el Director Supremo Natale L. Gallo, Pasado Diputado de Estado de Ontario, fue nombrado asistente del Caballero Supremo para asuntos de Canadá, mientras que Patrick E. Kelly, vicepresidente de Políticas Públicas y Director Ejecutivo del Santuario del Beato Juan Pablo II, fue nombrado para formar parte de la junta de directores.♦

El consejo Supremo financia un nuevo puesto para el Proyecto Rachel LA CONFERENCIA de los Obispos Católicos de EE.UU. tendrá un nuevo y poderoso aliado para ayudar a curar a las mujeres que sufren del trauma emocional y fisiológico del aborto, gracias en parte a Caballeros de Colón. El 12 de noviembre de 2013, los obispos de EE.UU. votaron a favor de añadir otro miembro permanente a su personal para trabajar en todo el país con el Proyecto Rachel, el ministerio post-aborto con sede en Milwaukee fundado por Vicki Thorn. Este puesto será financiado en parte por Caballeros de Colón. “Aunque resulte alentador que tantas diócesis estén pidiendo ayuda y respondiendo, el comité provida [de los obispos de EE.UU.] reconoció hace cierto tiempo que necesita más apoyo”, dijo el Cardenal Sean P. O’Malley de Boston, el

factor determinante que llevó a la creación de este puesto. El Proyecto Rachel, establecido por Thorn en 1984, ayuda a las mujeres, y también a los hombres, a recuperarse después de un aborto por medio de la esperanza, la sanación y el perdón. Este programa se encuentra en la mayoría de las diócesis de Estados Unidos y recibe apoyo de los Caballeros, tanto a nivel nacional como local. “Para supervisar el ministerio y mantenerse al nivel requerido, realmente se necesita una persona de tiempo completo”, dijo Thorn a la Agencia Noticiosa Católica tras el anuncio. “Estoy encantada de que vaya a haber una. Éste es un ministerio importante de la Iglesia, y es realmente clave para la evangelización en nuestra época.”♦

FEBRERO 2014

♦ COLUMBIA ♦ 7


EVANGELIZANDO A

AMÉRICA por las huellas de Nuestra Señora La peregrinación pontificia al Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe une a los líderes de todo el continente por Andrew J. Matt | fotos de Tom Serafin

E

n un poderoso testimonio de unidad y fe, ocho cardenales y más de 70 obispos de Norte, Centro y Sudamérica — junto con líderes de C de C y unos 250 invitados de todo el hemisferio — se reunieron en la Ciudad de México del 16 al 19 de noviembre de 2013 para una peregrinación y reunión intitulada “Nuestra Señora de Guadalupe: Estrella de la Nueva Evangelización en el Continente Americano”. Este evento, que fue copatrocinado por la Comisión Pontificia para América Latina, la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe, Caballeros de Colón y el Instituto Superior de Estudios Guadalupanos, incluyó una Misa diaria y devociones marianas, importantes discursos y grupos de trabajo. En un discurso enviado por video el 16 de noviembre, el Papa Francisco saludó a los participantes y los exhortó a hacer del “alcance misionero el paradigma de toda actividad pastoral”. El propósito de este evento de cuatro días era forjar vínculos aún más profundos de amistad eclesiástica, diálogo y colaboración en la “misión continental” a la que llamó el Papa Juan Pablo II en su exhortación apostólica de 1999 Ecclesia in America. PEREGRINACIÓN DE UNIDAD La peregrinación y reunión comenzó con la entronización de la imagen de Nuestra Señora de Guadalupe, acompañada por una imagen de San Juan Diego, en el salón de convenciones de la Plaza Mariana. Luego una procesión de banderas de todo el mundo rodeó a la Virgen, simbolizando la universalidad del mensaje gua8 ♦ COLUMBIA ♦

FEBRERO 2014

dalupano. El Cardenal Norberto Rivera, arzobispo de la Ciudad de México, dio entonces la bienvenida a los peregrinos al “corazón espiritual” del Continente Americano, la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe. El Cardenal Marc Ouellet, prefecto de la Congregación para los Obispos y presidente de la Comisión Pontificia para América latina, pronunció el discurso inaugural. “Nuestra peregrinación continental es ante todo un encuentro entre discípulos, una reunión familiar al final del Año de la Fe”, dijo el ex arzobispo de Quebec y primado de Canadá. El Cardinal dijo que las apariciones de la Virgen de Guadalupe en el siglo XVI, que inspiraron la reconciliación entre los pueblos e innumerables conversiones, “constituyen el evento fundacional del Nuevo Mundo, de Norte, Centro y Sudamérica.” Enfatizó además que la peregrinación era “también un gesto profundamente misionero: una respuesta al llamado [de Nuestra Señora] para construir un hogar común para todo el Continente Americano, un hogar donde los ricos y los pobres escucharan la misma Palabra y compartieran la misma Eucaristía, un hogar donde los conflictos se resolvieran por medio del diálogo, la paciencia y la reconciliación.” El Caballero Supremo Carl A. Anderson, en su discurso del 17 de noviembre, destacó el papel único que desempañó Nuestra Señora de Guadalupe en la unificación de la identidad continental de América. “Nuestra Señora de Guadalupe es conocida desde Alaska hasta Argentina porque ha trascendido las fronteras, las lenguas y las


Página de enfrente: El Cardenal Marc Ouellet, presidente de la Comisión Pontificia para América Latina, pronuncia el discurso inaugural de la peregrinación y reunión. • Arriba: Los participantes rezan el rosario en procesión desde la cima del Cerro del Tepeyac, sitio de las apariciones de Nuestra Señora de Guadalupe a San Juan Diego en 1531. culturas, dijo. La Virgen mestiza apareció ‘perfectamente inculturada’ en palabras del Beato Juan Pablo II. Se presentó con un simbolismo cultural que provocó atracción, amor y reconciliación, y finalmente, conversión”. Al reflexionar sobre la importancia del mensaje guadalupano hoy en día, el Caballero Supremo preguntó “¿Nuestra Señora de Guadalupe, como ‘Estrella de la Nueva Evangelización’, podría ser el camino más seguro para una unidad y cooperación más profundas entre las Iglesias de nuestro continente?” Otros oradores afirmaron el papel determinante de María como fuente de unidad entre los pueblos. “Nuestra Señora de Guadalupe toca el corazón de todos los seres humanos, sin importar su cultura, lengua o tradiciones”, dijo el Cardenal Rivera en su homilía del 16 de noviembre. “Ella sabe cómo colocar a Jesucristo en el centro de cada corazón, de manera que lata con la propia vida de Dios mismo.” De manera similar, Mons. Eduardo Chávez, Director del Instituto Superior de Estudios Guadalupanos, explicó cómo Nuestra Señora de Guadalupe, como modelo de perfecta inculturación, nos muestra que “todos somos hermanos, más allá de los idiomas, las culturas y las tradiciones; somos una sola familia de Dios.”

MISIÓN DE CARIDAD Un tema recurrente de la peregrinación y reunión fue la misión de evangelización como movimiento de comunión — con Dios y con nuestro prójimo — que implica la caridad y el don de sí mismo. Como lo declara el Papa Francisco en su mensaje por video, “La intimidad entre la Iglesia y Jesús es una intimidad en movimiento. Requiere que uno salga de sí mismo.” Añadió “Debemos atrevernos a dejar nuestras propias comunidades y salir a las periferias existenciales donde hay que hacer sentir la presencia de Dios.” En este contexto, el Cardenal Ouellet subrayó que “salir” es el verbo que más usa el Papa Francisco. Esta dinámica elección de palabras, dijo, traduce una acción caritativa directa: “Significa salir a las periferias existenciales donde encontramos soledad y abandono, indiferencia sobre el destino de nuestra propia vida y nuestro destino, trivialidad y distracción ante las cuestiones esenciales sobre la vida humana, conexiones rotas de las relaciones sociales fundamentales, condiciones dramáticas de pobreza, explotación y violencia.” Finalmente, afirmó el Cardenal Ouellet, significa “salir al encuentro de todos, con una misericordia que no discrimina ni excluye, como portadores del Evangelio que transforma la vida y salva.” FEBRERO 2014

♦ COLUMBIA ♦ 9


En el sentido de las manecillas del reloj: El Cardenal Norberto Rivera, arzobispo de la Ciudad de México, eleva la hostia durante la Misa en la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe. • El Caballero Supremo Carl A. Anderson pronuncia el discurso principal. • El Cardenal Seán P. O’Malley de Boston participa en un panel de análisis sobre evangelización y cultura.

El Caballero Supremo Anderson enfatizó las similitudes entre la misión de Nuestra Señora de Guadalupe y la del Papa Francisco. “No debe sorprendernos, dijo, que veamos en el enfoque pastoral de nuestro Santo Padre un reflejo de Nuestra Señora de Guadalupe…quien nos llama a ser la Iglesia del Buen Samaritano.” Mencionando que hace poco el Papa comparó la Iglesia con “un hospital del frente después de la batalla”, concluyó el Caballero Supremo señalando el testimonio del Papa Francisco. “Al igual que nuestro nuevo Papa, nosotros también debemos construir una Iglesia que sea un lugar de refugio, un lugar donde se curen las heridas, un hospital del frente donde la medicina sea caridad, una auténtica caridad cristiana que evangelice.” COLABORACIÓN ENTRE EL CLERO Y EL LAICADO La reunión siguió analizando la forma en que la misión evangelizadora de la caridad depende de la colaboración fructífera entre el clero y el laicado, un tema que enfatizó el Papa Francisco en su video mensaje. “Yo creo que es importante, es más, es urgente, dijo el Papa, formar ministros capaces de cercanía, de encuentro, que sepan cómo conmover el corazón de la gente, caminar con ella, entrar en diálogo con sus esperanzas y sus sueños.” Añadió que “los obispos 10 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

no pueden delegar esta tarea, deben emprenderla como algo fundamental para la vida de la Iglesia.” Muchos de los asistentes señalaron que este honesto examen de conciencia también se extiende a los laicos. Por ejemplo, el Cardenal Seán P. O’Malley de Boston observó “Lo que experimentamos en Estados Unidos es una transición entre un catolicismo cultural y un catolicismo intencional. Los que permanecen en las iglesias hoy son los que deciden activamente adoptar la Iglesia y sus enseñanzas.” El Arzobispo Joseph E. Kurtz de Louisville citó los datos de una encuesta reciente sobre la Iglesia en Estados Unidos: Mientras más de tres de cada cuatro católicos norteamericanos afirman estar orgullosos de su fe, menos del 23 por ciento asiste a Misa el domingo, y actualmente los ex católicos conforman la segunda categoría religiosa más grande del país. Sin embargo, añadió el Arzobispo Kurtz, existen señales alentadoras de esperanza entre los retos que enfrenta la Iglesia actual. Señaló que los años recientes han visto “un incremento en las vocaciones al sacerdocio, un deseo de tener relaciones más profundas incluso en medio del desplome de los matrimonios sacramentales, y cierta curiosidad e incluso entusiasmo entre adultos jóvenes que buscan algo más en la vida.” Este juicio recibió el apoyo del Cardenal José Robles Ortega, Arzobispo de Guadalajara: “Cuando el cristianismo se reduce a una mera costumbre, a valores morales o rituales sociales, tarde o temprano pierde su vitalidad y su atractivo existencial para los hombres y las mujeres de nuestra época.” El Caballero Supremo Anderson citó la observación del Beato Juan Pablo II en el sentido de que la renovación de la Iglesia en América no sería posible sin el laicado (ver Ecclesia in America, 44), añadiendo “Para que esta renovación se haga realidad en todo nuestro hemisferio, se requiere una nueva asociación entre el laicado, los religiosos y el clero.”


HEREDEROS AGRADECIDOS DE NUESTRA SEÑORA La última tarde de la peregrinación y reunión terminó con una Vigilia Mariana en honor de Nuestra Señora de Guadalupe. Después de dirigir la meditación, el Cardenal Ouellet entregó una “rosa de oro” al Cardenal Rivera de la Ciudad de México, un obsquio en nombre del Papa Francisco para la Virgen del Tepeyac. El evento internacional concluyó el día siguiente con presentaciones de los representantes de las conferencias de los obispos de Canadá, América Latina, Estados Unidos y Brasil sobre los aspectos prioritarios de la misión continental actual. Siguió una Misa de clausura con el Cardenal Ouellet como principal celebrante y encargado de la homilía. En esta homilía, el Cardenal hizo referencia a la tilma de San Juan Diego, en la que quedó milagrosamente impresa la imagen de la Virgen de Guadalupe en 1531. “Como herederos agradecidos de la tilma de Nuestra Señora de Guadalupe,” recordó el Cardenal a todos los participantes que la Iglesia tiene “la responsabilidad de proteger la tilma eclesiástica que se ha ido tejiendo a lo largo de los siglos por una multitud de santos, conocidos o desconocidos, en esta tierra de América.” Concluyó “Muchos de estos santos, nacidos de la maternidad de María, nos ayudan a tejer vínculos más profundos y sólidos entre las áreas más acaudaladas y las más desfavorecidas de nuestro continente.”♦

Desde arriba: Misa en la Basílica de Guadalupe. Los participantes intercambian ideas tras el informe de uno de los grupos de trabajo. • Mons. Eduardo Chávez habla sobre Nuestra Señora de Guadalupe como Estrella de la Primera y la Nueva Evangelización.

ANDREW J. MATT es Editor Administrativo de Columbia.

FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 11


Hogazas de Amor Lo que comenzó como simples entregas de pan por parte de un consejo local de C de C se ha convertido en un programa de ayuda de todo el estado por Maryangela Layman Román | fotos de Todd Dacquisto

Ll

egó la llamada cuando cinco miembros de la Asamblea Mons. F.P. Arnold de West Allis, Wis., participaban en un evento en el Centro Médico de Veteranos de Guerra en Milwaukee. Los Caballeros del Cuarto Grado estaban vestidos con sus atuendos completos, con espadas y sombreros de plumas, cuando sonó el teléfono de Michael A. Czarnecki. Llamaba una mujer de una panadería de la zona que tenía 100 costales de pan disponibles. ¿Podría mandar a alguien pronto? 12 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

Quedó muy sorprendida cuando cinco Caballeros con sus smokings y sus capas se presentaron en la panadería al poco tiempo. Cargaron el pan excedente en sus autos y se lanzaron a entregar el botín a los programas de alimentos y las bodegas de beneficencia. Exceptuando el vestuario, la visita a la panadería era lo normal para Czarnecki y los Caballeros del Consejo de West Allis 3095, quienes, durante los últimos 12 años, han conectado a las perso-


nas necesitadas con los excedentes de bienes que de otra forma se habrían desechado. Czarnecki es el fundador de Food for the Hungry, una organización con sede en Milwaukee, compuesta únicamente por voluntarios que recogen y entregan artículos excedentes, en especial pan y otros productos horneados, para las organizaciones de ayuda de la comunidad local. Al describir sus esfuerzos como “caridad que ayuda a la caridad”, Czarnecki dijo que el grupo ha extendido su alcance en años recientes hasta incluir muebles, artículos de baño, libros y ropa. No tienen empleados ni pagan renta, y Food for the Hungry ahora se extiende hasta el centro de Wisconsin y las fronteras de Illinois y Michigan.

En los primeros años del programa, Czarnecki hizo entregas a unas 100 bodegas caritativas tres veces por semana, cuando él y otros seis u ocho miembros del consejo entregaban miles de dólares en artículos horneados cada año. Tan sólo en los dos primeros años, añadió unas 40,000 millas a su vagoneta. Sin embargo, para 2005, el esfuerzo había crecido demasiado para que el consejo pudiera enfrentarlo solo, y el grupo se incorporó de manera separada como una organización sin fines de lucro, con lo cual las donaciones eran deducibles de impuestos y expandía su elegibilidad para donativos. “No habría sobrevivido sin el consejo de los Caballeros de Colón de West Allis”, dijo John Schmitz, Pasado Gran Caballero del Consejo 3095, quien ahora sirve como presidente de Food for the LA MULTIPLICACIÓN Hungry. Añadió que otros DE LOS PANES consejos de esa área llevan Las entregas de pan organizamucho tiempo apoyando este das por el Consejo 3095 tuprograma también. vieron un inicio modesto. En Actualmente, Food for septiembre de 2002, la esposa the Hungry tiene más de de Czarnecki, Irene, leyó un 450 voluntarios que reúnen artículo en el Milwaukee artículos horneados y otros Journal Sentinel sobre una productos de unas 250 paorganización caritativa que naderías donadoras, puntos requería donaciones. de venta, supermercados, Czarnecki se había visto cafeterías, tiendas de mueobligado a retirarse hacía bles y de ropa y librerías. poco a la edad de 59 años por Schmitz calcula que las doproblemas de salud. En lugar naciones semanales alcande dejar que su marido anduzan de 3 a 4 millones de viera triste por la casa, Irene dólares. Estos bienes se dislo alentó a ser voluntario. tribuyen a unos 1,700 gruPágina de enfrente: El Gran Caballero Donald J. Banker del Consejo “Mi esposa me vio senpos que atienden a los West Allis (Wis.) 3095 y otro miembro del consejo, John Schmitz, pretado en casa y dijo ‘¿no hay pobres. Los beneficiarios insidente de Food for the Hungry Inc., preparan cajas de pan para entregar algo que puedas hacer?’” excluyen centros de crisis, el 24 de diciembre de 2013. • Arriba: el veterano Casimer Dominak plicó Czarnecki. iglesias de diversas denomirecibe una comida que proporcionó en parte Food for the Hungry. Después de trabajar entrenaciones, hogares para angando pan durante 25 años, cianos, escuelas, bancos de Czarnecki sabía que una gran alimentos, refugios para parte del excedente se desechaba. Y como Caballero, Czarnecki desamparados y centros de la tercera edad. sabía que muchas personas de bajos ingresos podían dar buen “Prácticamente no existe una caridad que no atendamos en el uso a ese “exceso de productos de panadería” como lo llamaba. área”, dijo Schmitz, añadiendo que hay incluso una comunidad Así que habló con sus contactos en el negocio de la panadería y Amish cerca de Erin, Wis., que acepta donaciones. aceptaron regalarle el pan del día anterior así como otros artículos Food for the Hungry también ha ampliado su ayuda a los veexcedentes, a condición de que los grupos que los recibían no los teranos en años recientes al unirse con la Iniciativa para los Vetevendieran. ranos sin Hogar de Milwaukee. Hay aproximadamente unos 300 En Centro de Atención de Crisis y Cuidados Paliativos, La ó 400 veteranos sin hogar en el área de Milwaukee y otros 5,500 Causa, de Milawaukee así como Kathy’s House, un albergue para veteranos en riesgo. Muchos buscan ayuda en los bancos de alifamiliares de pacientes hospitalizados, fueron los primeros bene- mentos y otros servicios comunitarios. ficiarios del excedente de artículos horneados. No tardaron en A su vez, Food for the Hungry organiza dos cenas de espagueti llegar peticiones de alimentos. El número de panaderías dispues- al año y proporciona alimentos para varios eventos comunitarios tas a donar creció y Czarnecki pronto acudió a sus hermanos Ca- para veteranos. En la mañana después del día de Navidad de balleros para pedir ayuda económica y apoyo voluntario. 2013, los voluntarios sirvieron platos calientes de huevos revuelFEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 13


Michael A. Czarnecki, fundador de Food for the Hungry y miembro del Consejo West Allis (Wis.) 3095, llena su camioneta con hogazas para los necesitados. tos con tocino, pan y pan dulce para unos 200 veteranos. Antes de comer, los veteranos y los que servían la comida se reunieron en un círculo para dar gracias por los alimentos y por los voluntarios que los proporcionaron. Food for the Hungry había entregado todos los artículos horneados para la comida, así como montones de panes horneados para que los voluntarios se llevaran a casa. VOLUNTARIOS FABULOSOS En los años desde que Czarnecki comenzó a entregar el pan, ha recibido una gran cantidad de reconocimientos locales y nacionales por sus esfuerzos. Y aunque las felicitaciones son agradables, Czarnecki enfatizó “Las placas y esas cosas no significan nada. Lo más importante para mí son mis voluntarios…y los necesitados que reciben el producto.” Por ejemplo, Czarnecki mencionó una clase en la Escuela Elemental Hampton de Milwaukee. Los estudiantes le enviaron cartas de agradecimiento como la siguiente “Querido Sr. Hombre Pan, nos gusta la mantequilla de cacahuate con jalea, nos gustan las donas”, junto con otros mensajes que le llegaron al corazón. Czarnecki También da crédito a sus “fabulosos voluntarios”, quienes a veces van a 20 lugares al día, o trabajan tras bambalinas para que la organización siga funcionando. Por ejemplo, Charlie Ruzick, de 79 años, es el tipo de hombre que “da una buena apariencia a la edad avanzada”, dijo Czarnecki. Fue voluntario casi desde el inicio, y ahora es uno de los seis di14 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

rectores de Food for the Hungry. Con unos cuantos ayudantes, a los que llama “los Ángeles de Charlie”, Ruzick no sólo llena su camión de pan varias veces por semana, sino que también arrastra un remolque de 12 pies lleno de “panadería” a decenas de sitios en todo Milwaukee. Entre dos viajes para entregar pan, recoge muebles donados. Otro voluntario es Jim Luther, quien experimenta ambos extremos de la ayuda como director de la bodega de beneficencia St. Hyacinth y miembro del Consejo Immaculate Conception 4706. Como miembro de la dirección de Food for ther Hungry, recoge una carga de pan excedente una o dos veces por semana y luego lo distribuye en la bodega que dirige en el lado sur de Milwaukee. “La misión de los Caballeros incluye caridad y patriotismo, y tratamos de atender a la gente de la comunidad, servir a la comunidad donde las necesidades son mayores”, dijo Luther. Cuando entrega los productos de panadería, Luther se da cuenta del impacto que puede tener algo tan sencillo como una hogaza de pan. “La mayoría de la gente está muy agradecida, añadió. Definitivamente marcamos la diferencia en su vida de muchas formas.” De la misma forma, Joe Senglaub del Consejo St. Bruno 6436 de Dousman comenzó a llevar entregas de pan hace unos tres años. Es un planificador financiero que está estudiando para ser diácono permanente para la Diócesis de Milwaukee, y sabía que tenía tiempo los sábados por la mañana. Desde entonces, ha ayu-


Arriba: Mike e Irene Czarnecki junto a John Schmitz en un desayuno para veteranos sin hogar en Milawaukee el 26 de diciembre de 2013. • Der.: Dick William carga un camión con productos horneados excedentes ante la mirada de Jim Luther (der.), Caballero y miembro de Food for the Hungry. dado a coordinar suministros en el área de Jefferson County, y también realiza entregas regulares en la bodega de beneficencia de Fort Atkinson. “Lo que es increíble es el impacto que puede tener un pequeño esfuerzo, dijo. Cualquiera puede conducir su auto unas cuantas millas y descargar el pan requiere muy poco esfuerzo, y sin embargo tiene un verdadero impacto. Es increíble lo fácil que es, y el poco tiempo y compromiso que requiere, pero es una forma maravillosa de abrirse a la misión de Cristo y de la Iglesia.” “Simplemente no me gusta que la gente pase hambre”, dijo Czarnecki, explicando lo que lo motiva aun en su retiro a invertir entre 50 y 60 horas por semana en Food for the Hungry. “Me encanta ver las sonrisas en las caritas de los pequeños cuando me ven llegar con el pan.” A pesar del desgaste de sus coches y el tiempo que le invierte, Czarnecki dice que bien vale la pena. “Me encanta hacerlo, y no pienso dejarlo, dijo. Es como una forma de devolver todas las cosas que yo he recibido.”♦ MARYANGELA LAYMAN ROMÁN es directora administrativa del Catholic Herald, el periódico de la Arquidiócesis de Milwaukee. FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 15


Renace la esperanza después de

Haiyan Con los consejos de toda Filipinas, la Orden ofrece ayuda a las víctimas del tifón

L

a fuerza destructiva del Tifón Haiyan puede medirse de muchas formas: los vientos de 195 millas por hora y las olas de 20 pies, el saldo de más de 6,000 muertos y los pueblos costeros reducidos a astillas, o los millones de personas desplazadas mientras el súper tifón abría un surco por el centro de Filipinas, desde el Océano Pacífico hasta el Sur del Mar de la China, en lo que los expertos llaman la tormenta más violenta que jamás haya tocado tierra. Meses después de la tormenta de principios de noviembre de 2013, el dolor y la tristeza aún marcan la vida de los sobrevivientes mientras continúan los trabajos de reconstrucción. 16 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

Pero esta historia contiene algo más que la furia desencadenada de la naturaleza y el triste número de víctimas fatales, la destrucción y el dolor que dejó a su paso. Tiene el espíritu indomable del pueblo filipino, un espíritu de valor que impulsó a los que estaban a salvo a aventurarse entre las brutales marejadas para salvar a sus amigos, sus familiares, o incluso a desconocidos, un espíritu de caridad que llevó a los que habían sido golpeados por tormentas anteriores a recaudar bienes de primera necesidad y dinero para las víctimas de Haiyan, y un espíritu de esperanza que vio a las familias unidas bajo refugios improvisados con lonas, donde el prójimo consolaba al prójimo que había perdido a sus seres queridos, y todos compar-

TOP LEFT: CNS photo/Erik De Castro, Reuters

por Brian Caulfield


Photo by Roy Lagarde

Página de enfrente: Una vista aérea muestra una aldea de la costa de la provincia de Samar tres días después de que el Tifón Haiyan asoló Filipinas. • Arriba: Entre árboles caídos y tiendas de emergencia, los Caballeros de Colón entregan paquetes de productos básicos a los residentes de la ciudad de Hernani, en Samar Oriental. tían el poco alimento y el agua que les quedaban. Todas estas acciones estaban unidas por un espíritu de fe en este país predominantemente católico, una fe que impulsó al Arzobispo José Palma de Cebú, cuyas regiones del norte fueron asoladas por la tormenta, a declarar: “Ningún tifón ni inundación puede disminuir la fortaleza del alma filipina. Ninguna calamidad ni desastre natural puede apagar el fuego de nuestra alma.” Usando el nombre local del tifón, añadió “El alma filipina es más fuerte que Yolanda.”

CABALLEROS PRESENTES PARA AYUDAR Tanto durante la tormenta como después de ella, los Caballeros de Colón estaban presentes, a veces como víctimas, pero también como rescatistas y agentes de ayuda con el compromiso de brindar asistencia de largo plazo. “Mientras nos esforzamos por ayudar a los que tanto han sufrido en Filipinas, también permanecerán en nuestras oraciones,” dijo el Caballero Supremo Carl A. Anderson. Caballeros de Colón tiene una larga tradición de servicio caritativo FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 17


Los Caballeros conducen un programa de emergencia de distribución de alimentos en La Paz en la isla de Leyte, una de las áreas devastadas por el tifón. Sus camisas azules muestran una cita del Beato Juan Pablo II: “Una caridad que evangeliza”.

18 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

Haciendo uso de los fondos del Consejo Supremo, el Consejo de Estado de Bisayas, dirigido por el Diputado Rodrigo N. Sorongon, adquirió alimentos enlatados, arroz, agua embotellada y otros artículos de primera necesidad, y los empacó en costales para entregarlos en aldeas remotas. Estos suministros fueron transportados por caminos de lodo hasta el norte de Cebú dos días después de la tormenta. Siguieron camiones cargados de suministros, que fueron distribuidos en las áreas de la costa del Pacífico que sufrieron las mayores pérdidas. Vicente Ballon, un Caballero que perdió a seres queridos y apenas logró escapar él mismo a la tormenta, brindó una idea de la fuerza destructiva de Haiyan. Describió cómo tres olas sucesivas arrastraron a miembros de su familia y al fin lo dejaron agarrado a un mangle. Su esposa estaba en Manila en ese momento, y se reunieron unos días después, cuando pudo abordar un avión militar de evacuación. “La altura del agua era de 15 a 18 pies. Los vientos soplaban con mucha fuerza”, dijo Ballon, miembro del Consejo San Joaquín 13493 en Palo. “Sucedió con tanta rapidez, apenas unos segundos, y habían desaparecido.” Hizo una pausa. “Es difícil hablar de lo que sucedió. ¿Cómo voy a reconstruir? Aún no lo sé”, añadió. SEÑALES DE ESPERANZA El Cardenal Luis Antonio Tagle de Manila viajó a Tacloban City para festejar el jubileo de la Arquidiócesis de Palo a fines

Photo by Joreen Baquilod

en Filipinas, y nuestros esfuerzos en ese país por ayudar a los afectados continuarán con ese espíritu. A nivel local e internacional, nos comprometemos a ayudar a la gente de Filipinas para que pueda reconstruir su vida.” La Orden estableció consejos en Filipinas en 1905, y actualmente hay más de 300,000 Caballeros en más de 2,000 consejos en las tres jurisdicciones de Luzón, Mindanao y Bisayas. Cuando golpeó Haiyan, el Consejo Supremo anunció una donación inmediata de emergencia de $250,000 dólares. En las semanas siguientes, los Caballeros y otros enviaron $50,000 más para el fondo de ayuda de emergencia de la Orden. Además de ayudar a las diócesis más afectadas por la tormenta — lo cual permitió que los obispos prosiguieran su labor caritativa entre su gente — estos fondos se han usado para apoyar el centro de auxilio de C de C en las afueras del área destrozada, donde se distribuye alimento, agua, ropa y otros bienes a los más necesitados. Los fondos han servido también para adquirir el material básico para que los pescadores vuelvan a sus labores y para que los agricultores comiencen a limpiar y trabajar sus tierras. Mientras las agencias internacionales de auxilio, como Catholic Relief Services, que ha dedicado $20 millones de dólares a los esfuerzos de reconstrucción, se ocupan de las cuestiones más amplias, Caballeros de Colón ha estado empleando la estructura local de los consejos para identificar las áreas que no han sido atendidas y aportar una asistencia directa.


LAS VÍCTIMAS DE HAIYAN ROY LAGARDE, miembro del Consejo Manila 1000 que trabaja en la oficina de prensa de la Conferencia de los Obispos Católicos de Filipinas, viajó a las áreas devastadas junto con otros periodistas unos días después de la tormenta. Habló con Columbia a fines de noviembre.

ABOVE RIGHT: Photo by Joreen Baquilod — BOTTOM RIGHT: CNS photo/Romeo Ranoco, Reuters

COLUMBIA: ¿Qué fue lo primero que pensó cuando llegó al área devastada? ROY L AGARDE: Cuando llegué a Palo, Leyte, no pude reconocer la ciudad. Era tan diferente de lo que yo recordaba. Y también tuve la misma reacción cuando llegué a Tacloban City, un lugar entrañable para mí, porque allí fui a la universidad. Era como si estuviera en otro planeta. Los daños eran simplemente tan masivos, como si el área hubiera sido devastada por un tifón, un terremoto, una inun-

dación repentina y un torbellino al mismo tiempo. En los hospitales, vi largas filas de personas heridas. COLUMBIA: ¿Cómo se desplazó? ROY LAGARDE: En Tacloban caminamos mucho y a veces sólo me unía a los fotógrafos que tenían su propio auto. En Samar Oriental, pedí prestada una motocicleta durante dos días, y fui a las ciudades asoladas por el tifón hasta Guiuan, la punta sur de la Isla Samar, donde primero tocó tierra Haiyan. COLUMBIA: ¿Dónde se alojó? ROY LAGARDE: Me alojé en el palacio de gobierno de Tacloban los cinco días que estuve allí, junto con algunos periodistas y fotógrafos de Manila. Dormía en una silla. Sólo comíamos galletas desde el desayuno hasta la cena y debíamos racionar el agua de beber.

También la falta de agua para los inodoros era un gran problema para nosotros. Esta estancia en Tacloban me enseñó importantes lecciones sobre la vida y las habilidades de supervivencia, y me permitió comprender el verdadero sentido de la camaradería. COLUMBIA: ¿Qué decía la gente cuando hablaba con ella? ROY LAGARDE: Hablar con los sobrevivientes cuya vida había quedado destrozada, y dejar que narraran su experiencia, fue para mí lo más difícil. La mayoría de las personas con las que hablé decían que habían tenido que vivir la dura experiencia de ver morir a sus seres queridos, ver sus casas destrozadas y sus sueños hechos pedazos. A unos 200 metros del palacio de gobierno, estaba una pila de cuerpos envueltos en bolsas para cadáver.

de noviembre de 2013. Dijo a Columbia que cuando vio por primera vez las cicatrices en los cerros, que alguna vez estuvieron cubiertos de cocoteros y palmeras, y los inmensos montones de maderos que habían sido miles de casas, sus pensamientos se dirigieron al sufrimiento humano. “Si éste es el resultado de la tormenta, observó, imagínense lo que padeció la gente mientras todo esto sucedía.” Después de la Misa, una mujer se acercó al Cardenal para hablar de las necesidades de la gente. Él le preguntó cómo celebrarían ella y su familia la Navidad entre tanta destrucción. “Ella dijo que quizás con todo lo que habían perdido, ésta sería la primera vez que podrían apreciar el verdadero sentido de la Navidad”, recordó el Cardenal Tagle. “Sin las luces y los regalos envueltos, sabrían realmente lo simple que puede ser la Navidad, igual que el pobre Niño Jesús en el pesebre.” El Arzobispo John Du de Palo dio otra señal de esperanza cuando decidió conducir las ordenaciones sacerdotales previamente planeadas en la catedral, a pesar de que ya no tenía techo. Se colocó una lona encima del altar y el casco de la catedral estaba atestado de gente que buscaba la fortaleza y el consuelo de su fe católica. El Arzobispo Du dijo que pos-

Arriba der.: Los Caballeros de Leyte en motocicletas por las carreteras destrozadas llevan ayuda a las áreas remotas. • Der.: Dos días después del paso de la tormenta, la gente reza dentro de una iglesia dañada en la devastada ciudad costera de Tacloban. FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 19


poner las ordenaciones habría sido privar a los feligreses de nuevos sacerdotes en momentos de crisis. De manera similar, el Papa Francisco mostró su solidaridad con las víctimas por medio de oraciones y un donativo en dinero inmediatamente después de la tormenta. A fines de diciembre, su nuncio apostólico para Filipinas, el Arzobispo Giuseppe Pinto, permaneció con el Arzobispo Du para celebrar la Misa de Navidad y transmitir la bendición, las oraciones y los mejores deseos del Papa al pueblo filipino. El Arzobispo Palma de Cebú, quien hace poco sirvió como presidente de la Conferencia de los Obispos Católicos de Filipinas, tiene una relación especial con esta área. Fue Arzobispo de Palo antes de ser nombrado Arzobispo de Cebú en 2010. En una entrevista que otorgó en su residencia, dijo “Es tan edificante ver cómo desde aquí en Cebú y desde todo el mundo llegan caravanas de ayuda para entregar a la gente. Es tan edificante escuchar los testimonios de los niños, como ese niño que celebraba su cumpleaños, y en lugar de pedir regalos, dijo a su padre que enviara los regalos a los niños de Leyte. Es edificante ver que en Iligan, que padeció el tifón además de la inundación el año anterior, junto con Cagayan de Oro, el obispo dijo que tendrían más de 5,000 costales de arroz para Leyte.”

Las segundas colectas en las diócesis de todo Filipinas para la ayuda a Haiyan han sido siempre más abundantes que las colectas normales de la Misa, también observó el Arzobispo Palma. Quedó casi olvidado a raíz de Haiyan el terremoto de 7.2 grados que azotó la región de Bisayas a mediados de octubre, provocando una grave destrucción y derribando el campanario de la histórica Basílica del Santo Niño de Cebú, cerca del lugar donde Fernando de Magallanes plantó una cruz por Cristo en 1521, durante su viaje alrededor del mundo. El Arzobispo Palma dijo que la gente tiene buenas razones para temer los desastres y muchos necesitan asesoría y aliento. Pero las oraciones, la gran cantidad de ayuda y la solidaridad del mundo entero les han brindado un gran consuelo. El arzobispo añadió, “Puede que nos cueste millones, y necesitaremos ayuda del mundo entero, como ya lo hemos visto, pero la fe del pueblo renacerá, antes de lo que muchos esperan.”♦ BRIAN CAULFIELD es editor de Padres para Siempre y Vice Postulador de la causa para la canonización del Venerable Padre Michael McGivney, fundador de Caballeros de Colón.

LOS CABALLEROS AYUDAN CON LAS INUNDACIONES DE COLORADO EL AGUA PUEDE ser tan destructiva como dadora de vida. Esto fue lo que los residentes de Filipinas descubrieron durante el Tifón Haiyan cuando su vecino, el mar, se alzó en una de las tormentas más devastadoras de que se tiene memoria. El Norte de América vivió sus propios desastres por agua el año pasado también, incluyendo las inundaciones repentinas de Colorado. Del 11 al 15 de septiembre de 2013, fuertes lluvias inundaron la zona de Front Range en Colorado, creando avenidas que destruyeron casas, negocios y carreteras. Más de 16,000 familias quedaron sin hogar o con casas dañadas, en especial en el condado de Boulder, una de las áreas más afectadas. A nivel nacional, el Consejo Supremo autorizó $10,000 dólares en ayuda inmediata para las víctimas de las inundaciones. Al igual que con otros desastres que sucedieron el año pasado, los Caballeros estuvieron en la primera línea, en parte gracias al Programa de Personal de Apoyo. En colaboración con la Cruz Roja de Estados Unidos, los Caballeros de Colorado y los estados circunvecinos ayuda20 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

ron a atender a las víctimas de la inundación cubriendo sus necesidades básicas, como alimentos y abrigo, así como servicios de limpieza. “Nuestros hermanos Caballeros de Wyoming y Kansas han venido a ayudar con la atención masiva y la alimentación”, dijo Dennis Hughes, jefe de sección de operaciones del Programa del Personal de Apoyo del Área Metropolitana de Denver. En Wyoming, el Director Supremo Kenneth E. Stockwell organizó un grupo de voluntarios para ayudar a sus vecinos del sur. Miembros de Consejo Bishop Patrick A. McGovern 801 de Cheyenne, Wyo., viajaron a Longmont, Colo., para ayudar a los residentes a limpiar los escombros, secar sus sótanos y combatir la proliferación de moho. “Cuando llegamos, el daño iba más allá de cualquier descripción, y los afectados necesitaban toda la ayuda que les pudiéramos prestar”, informó el Pasado Diputado de Estado Thomas Enright (1998-2000). Entretanto, en Greeley, Colo., a unas 60 millas al noreste de Denver, los Ca-

balleros prestaron su ayuda voluntaria en un centro de distribución en la Iglesia de St. Mary. En colaboración con el servicio de Catholic Charities de la arquidiócesis, los Caballeros comenzaron a ayudar en el centro a finales de septiembre, descargando comida, cobijas, suministros de limpieza, artículos de higiene personal y más. “La mayoría [de las víctimas] están algo traumadas por las inundaciones y necesitan toda la ayuda que puedan recibir, y tratamos de dársela”, dijo Dan Smith, un voluntario de Catholic Charities y miembro del Consejo Father Bud Raney 2160 en Greeley. Según Catholic Charities, se requerirán entre 18 meses y cinco años para recuperarse de las inundaciones a causa de la extensión del área que fue afectada. Mientras tanto, aún se requieren voluntarios y donaciones mientras los residentes se preparan para el largo camino que les espera. Catholic News Service y Catholic Charities de Denver contribuyeron a este artículo. — Reportaje de Patrick Scalisi


PA D R E S PA R A S I E M P R E

El Evangelio y su familia Las familias católicas tienen formas prácticas de aprender y dar testimonio sobre la belleza de las enseñanzas de la Iglesia por Andrew Lichtenwalner

“L

Thinkstock

a propuesta del Evangelio sobre la familia en este contexto resulta particularmente urgente y necesaria.” Estas palabras marcan el principio del Documento Preparatorio del Sínodo Extraordinario de los Obispos sobre la Familia, que se llevará a cabo en el mes de octubre en el Vaticano. Este documento contiene una serie de preguntas para que los obispos las usen al consultar a los sacerdotes y los laicos de sus diócesis. Los temas incluyen el conocimiento y la aceptación de las enseñanzas de la Iglesia, las dificultades y los factores culturales que obstaculizan la aceptación y la práctica de estas enseñanzas, y las oportunidades de formación y catequesis. El sínodo es un llamado del Papa Francisco para reflexionar sobre la familia y lo que la Iglesia enseña sobre su significado y su belleza. Al responder a este llamado, y tratar de comprender y adoptar las enseñanzas de la iglesia sobre el matrimonio y la vida de familia, creceremos en la gracia de Dios y nuestras familias serán más unidas en la santidad y la alegría. En los meses que vienen, ¿qué pueden hacer los laicos mientras nuestros obispos reflexionan sobre estas cuestiones con el Santo Padre? Les doy cuatro sugerencias prácticas para que los católicos se conviertan en testimonios cada vez más sólidos del Evangelio en relación con la familia. En primer lugar, hagamos de la Palabra de Dios en la Escritura una referencia diaria en nuestra vida. Esto podría ser tan sencillo como rezar y reflexionar sobre las lecturas de la Misa del día o tomarnos unos minutos al día para leer y meditar sobre un pasaje específico de las Escrituras. Los hombres católicos necesitan ser líderes valerosos en este aspecto, en especial con todas las tentaciones de distracción que pueden penetrar en nuestro hogar o nuestra vida. Cuando conocemos y disfrutamos las Sagradas Escrituras, descubrimos cuán entretejidos están el matrimonio y la familia dentro del plan de salvación del Señor, desde el relato de la propia creación, hasta las palabras de los profetas y el misterio de Cristo y su Iglesia como Esposo y Esposa. En segundo lugar, hagamos del Catecismo de la Iglesia Católico una fuente confiable. Qué maravilloso sería que todo hombre católico poseyera una copia del Catecismo y lo com-

partiera con su familia, ya que es un recurso esencial para aprender las enseñanzas de la Iglesia. Tienen un interés particular para el matrimonio y la familia las secciones “Hombre y mujer los creó” (nos. 369-373), “El sacramento del matrimonio” (16011666), “El cuarto mandamiento” (2197-2257), y “El amor de los esposos” 2360-2379). Esta enseñanza es concisa y comprensible, con referencias a la Escritura y a otros documentos de la Iglesia. Aceptemos el reto y dediquemos un tiempo para leer y reflexionar sobre la sabiduría de la Iglesia. ¿Cómo estamos viviendo y transmitiendo esta enseñanza dentro de nuestra familia y más allá? En tercer lugar, recemos y ayunemos por matrimonios y familias sólidos, por la curación de los que tienen problemas, y por el Papa Francisco y nuestros obispos que se preparan para el sínodo. Sabemos que los retos son importantes, pero también conocemos la libertad que brindan la verdad y la misericordia de Cristo. Piense en adoptar el “Llamado a la Oración por la Vida, el Matrimonio y la Libertad Religiosa” de los obispos (ver usccb.org/pray). En cuarto lugar, resolvamos ser defensores del matrimonio y la familia, siendo líderes con misericordia y sin miedo hacia el testimonio de la belleza de las enseñanzas de la Iglesia. ¿Qué áreas del plan de Dios para el matrimonio y la familia necesito trabajar en mi vida? ¿Veo mi matrimonio como una vocación y una misión? Como hombre católico y Caballero, ¿qué resolución puedo tomar para dar el paso siguiente al dar testimonio del Evangelio sobre la familia en mi propio matrimonio y familia, en mi parroquia, comunidad y lugar de trabajo, así como en la plaza pública? Recuerde “La propuesta del Evangelio sobre la familia en este contexto resulta particularmente urgente y necesaria.” No permanezcamos al margen. Pida al Espíritu Santo que lo guíe para tratar de vivir su fe dentro del contexto de su familia.♦ ANDREW W. LICHTENWALNER es director ejecutivo de la Oficina de los Laicos, el Matrimonio, la Vida en Familia y la Juventud de la Conferencia de los Obispos Católicos de Estados Unidos. Es miembro del Consejo Sacred Heart 2577 de Bowie, Md.

ENCUENTRE MÁS ARTÍCULOS Y RECURSOS PARA LOS HOMBRES CATÓLICOS Y SUS FAMILIAS EN PADRESPARASIEMPRE . ORG .

FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 21


Acuden en ayuda de un hermano necesitado Consejos a miles de millas de distancia se unen para ayudar a una familia víctima de una tragedia por Marie Elena Giossi

C

arlos Malave se unió a Caballeros de Colón hace unos doce años porque admiraba el compromiso de la Orden con la caridad y quería ayudar a las personas de su comunidad de College Point, Queens, N.Y. Nunca pensó que él recibiría la caridad. Entonces la tragedia golpeó a la familia Malave cuando volvían a casa de unas vacaciones en Florida el 30 de marzo de 2013. Cuando pasaban por Clearwater por la Carretera 301, un auto que iba en sentido contrario chocó de frente contra la camioneta de la familia. Carlos, de 43 años, quedó herido de gravedad, mientras que su esposa, Hilda, de 42, tuvo varias fracturas. Su hija mayor, Melissa, de 20, sufrió una conmoción cerebral y la más pequeña, Alyssa, de 15, se rompió un pie. Su único hijo, Cristian de 11 años, el más pequeño, no sobrevivió. “Cristian era maravilloso”, dijo Carlos, miembro del Consejo Ambrose 1463 de College Point. “Nos tomará mucho tiempo acostumbrarnos a no tener a nuestro hombrecito con nosotros.” Entre todo este dolor, este Caballero y su familia encontraron esperanza y sanación por medio del apoyo que volcaron en ellos sus hermanos Caballeros, sus familias y comunidades de dos estados. UNA RED DE APOYO Un sábado hace poco, sentado en la sala de su casa, Carlos reconoce que recuerda muy poco de las semanas que vivió en situación crítica y en rehabilitación en el Hospital Shands de la Universidad de Florida, Gainsville, donde las ambulancias llevaron a la familia después del accidente. Carlos sufrió un grave “daño por cinturón de seguridad” cuando el impacto provocó que el cinturón desplazara sus órganos 22 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

internos. Sufrió ocho operaciones, perdió 50 libras e injertaron piel de sus muslos en su abdomen “para que no se me salieran los intestinos”, dijo. Con un gesto de dolor al ponerse de pie, Carlos se levanta el suéter marrón para mostrar las cicatrices de sus operaciones y una bolsa de ileostomía a la derecha de su abdomen. Esta bolsa es un baipás de su intestino grueso, que no funciona a causa del accidente. La noticia de la desdicha de la familia no tardó en difundirse en la comunidad de College Point, que es muy unida. Carlos es el encargado local de entregar los envíos de FedEx. Hilda creció en esa área y es un rostro familiar en la escuela de baile a la que asisten las niñas. Cristian tomaba clases de educación religiosa en la parroquia de la familia en la Iglesia St. Fidelis y jugaba béisbol en la Liga Infantil de College Point.


Photo by Ed Lefkowicz

Carlos Malave del Consejo St. Ambrose 1463 de College Point, N.Y., sostiene el guante de béisbol que usaba su hijo Christian antes del accidente automovilístico que le quitó la vida el 30 de marzo de 2013. Carlos lleva una pulsera conmemorativa con el nombre de su hijo. Como la familia estaba a 1,000 millas de distancia al momento del accidente, Robert P. Graziano, Pasado Gran Caballero del Consejo 1463 y Diputado de Distrito del Distrito #27 de Nueva York, sabía que ni él ni los demás Caballeros podían brindar un apoyo directo. Así que acudió a una red de hombres que conocía — no de nombre, sino de espíritu — y que apoyan los mismos principios de unidad, caridad y fraternidad. Graziano lanzó un llamado urgente por email a los consejos del área de Gainsville, avisándoles que un hermano Caballero y su familia habían resultado gravemente heridos y solicitando su apoyo. La respuesta de los Caballeros de Florida rebasó por mucho lo que Graziano esperaba de “un simple email”.

Joseph Solenski, que era entonces Gran Caballero del Consejo Pope John Paul II 13900 en la Universidad de Florida, de inmediato fue al hospital y luego a la Casa Ronald McDonald, donde se alojaban Hilda y Alyssa. “Les prometí que nos ocuparíamos de ellos, dijo Solenski. Como Caballeros, existe un sentido de fraternidad. Nos unimos para responder a la necesidad del hermano caído.” Cumpliendo con su palabra, Solenski reclutó a los consejos cercanos para la causa. Calculó que al menos 100 Caballeros con sus familias de todo el Distrito #12 de Florida contribuyeron de diversas formas. Fueron muchos los que se tomaron el tiempo de visitarlos en el hospital. FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 23


24 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

Photo courtesy of Malave family

“No tengo idea de quiénes eran”, dijo Hilda, recordando a los primero en introducir a Carlos a la Orden. Los Caballeros se preCaballeros de Gainsville, Ocala y Tampa que visitaban a Carlos. sentaron todos en la Misa de Difuntos de Christian en la parro“La magnitud de la ayuda fue increíble. Trajeron galletas y rosa- quia familiar y formaron parte de la escolta hasta los Cementerios rios. Rezaron junto a la cama [de Carlos] y siempre preguntaban St. Charles/Resurrection en Farmingdale, N.Y. si necesitábamos algo.” Además de ofrecer su amor y apoyo, el consejo también había Jerry Woodward, que era entonces Gran Caballero del Consejo reunido $40,000 dólares para contribuir a los elevados gastos méFather Patrick J. Lynch 6108 de la iglesia St. Patrick, Gainsville, dicos de la familia. habló a los miembros del consejo sobre la situación. Conmovidos Cuando los Caballeros de todo Nueva York se enteraron del acpor la experiencia de los Malave, Andrew Mitchell ofreció la casa cidente, respondieron con el mismo entusiasmo que sus contraque rentaba para que la usara la familia, e Hilda y las niñas per- partes de Florida, y varios consejos y personas de manera manecieron en ella durante casi dos meses, sin tener que pagar individual aportaron a un fondo de auxilio para la familia. El conrenta y con todas las comodidades. sejo de Carlos organizó una cena caritativa que recaudó $12,000 “Lo que hicieron por mi familia fue extraordinario”, dijo Car- dólares y los residentes locales dieron aportaciones extras. los, quien pasó una semana en la casa cuando salió de rehabilitaGraziano y el Gran Caballero John Quinn del Consejo 1463 ción. “Brindaron a mi familia la comodidad de un hogar sin estar entregaron las donaciones a Carlos e Hilda cuando regresaron a en casa.” casa. Estas comunidades incluían colchones y bases proporcionados “Nos sentamos a escuchar toda su historia, dijo Graziano. Era por Catholic Charities gracias difícil aguantarse las lágria los esfuerzos de John Barli, mas… Me daba tanto ormiembro del Consejo Father gullo poder ayudar, y ellos John H. Patrick 13207 y Disabían que no tenían que rector General de Catholic vivirlo solos. Tenían nuesCharities de Gainsville. Entro apoyo.” tretanto, los amigos de WoAdemás de los Caballeodward en Dumas Discount ros, algunas organizacioFurniture proporcionaron los nes con sede en College armazones de las camas y el Point proporcionaron juego de comedor. Los Cabaapoyo económico adiciolleros y los feligreses de la Iglenal, y una de recaudación sia de St. Patrick en Gainsville de fondos en línea reunió limpiaron la casa, instalaron más de $54,000 dólares los muebles y se esforzaron en donaciones para la fapor satisfacer todas las necesimilia por parte de 795 dades de los Malave. Los respersonas. La familia Malave junta en épocas más felices. De izq. a der.: Carlos, Alyssa, toranes de la zona también Cuando recuerdan los Hilda. Christian y Melissa. donaron comidas y The años pasados desde el acHome Depot proporcionó el cidente, Carlos e Hilda material para construir una rampa para silla de ruedas. saben cuánto han perdido. Más allá del apoyo material, los miembros del clero local y los “Aún lloramos todos los días. Nos duele todos los días”, dijo ministros laicos visitaron al matrimonio y a sus hijas para asegu- Carlos, mirando la habitación de Christian, que permanece exacrarse de su bienestar spiritual. tamente igual que estaba el día en que salieron de vacaciones hace casi un año. REGRESO A CASA Pero la familia también sabe todo lo que ha recibido, agradece Sabiendo que su familia estaba en buenas manos, Carlos realizó las bendiciones y aprende a seguir adelante. progresos sustanciales y estuvo lo bastante bien para volar a casa a “Damos gracias porque aún estamos aquí, y es una bendición principios de junio de 2013. Antes de partir, Carlos e Hilda visi- todo lo que los Caballeros han hecho por nosotros”, dijo Carlos. taron el Consejo 6108 para agradecer personalmente a los CabaCarlos tendrá que someterse a más operaciones para reconstruir lleros por todo lo que habían hecho. Carlos deseaba poder hacerlo su pared abdominal a fines de este año. Espera que algún día esté en cada consejo que los ayudó a superar ese periodo tan difícil. lo bastante bien para volver al trabajo y ser voluntario una vez más “No me conocían, pero sabían que yo era un hermano Caba- con su consejo. llero, así que cuidaron de mi familia, dijo Carlos. ¿Qué puedo “Nunca he hecho algo tan grande por alguien más, dijo. Se decir? Eso me hace sentir bien. Me siento orgullosos de formar siente maravilloso, pero también espero encontrar la forma de dar parte de esta organización.” algo a cambio algún día.”♦ Este orgullo se hizo aún más profundo cuando llegó a casa y recibió los abrazos de sus hermanos Caballeros del Consejo St. MARIE ELENA GIOSSI es parte de la redacción de The Tablet, Ambrose, incluyendo el tío de Hilda, Arthur Ferony, quien fue el el periódico católico de la Diócesis de Brooklyn, N.Y.


E DUCACIÓN

&

E VANGELIZACIÓN La labor de la evangelización ayuda a otros a ver, comprender y enfrentar el mundo desde la perspectiva de la fe. por Stratford Caldecott

Education of the Virgin (detail), Anonymous, 14th century — © RMN-Grand Palais / Art Resource, NY

E

l llamado a la Nueva Evangelización — lo que el Papa Emérito Benedicto XI llamó “el llamado urgente a proclamar el Evangelio de nuevo en un medio altamente secularizado” — tiene enormes implicaciones para los católicos en la educación, tanto en casa como en la escuela. Ambos son lugares de evangelización. Según la Congregación para la Educación Católica, “La misión de la Iglesia es evangelizar, por la transformación interna y la renovación de la humanidad. Para los jóvenes, la escuela es una de las formas de que se lleve a cabo esta evangelización.” El hogar es la primera escuela a la que asistimos y la más importante, y nuestros padres siguen siendo los primeros educadores, sin importar adónde vayamos después. La concepción católica de los lugares de evangelización da prioridad a la conversión personal y a la “transformación interna”. En este sentido, es radicalmente distinta del proselitismo, que busca medidas y efectos externos, como hacer que la gente ocupe las bancas de la iglesia y llene las canastas de la colecta. Esto es algo que debemos entender bien, como insiste el Papa Francisco. Si lo hacemos, serán menos los hijos que dejen la fe al cre-

cer, y más los que se vean capaces de dirigirse al exterior y hablar de su fe católica confiadamente al mundo que los rodea. “PRE-EVANGELIZACIÓN” El proceso de evangelización tiene tres dimensiones, así como otra etapa muy importante, que algunos llaman “pre-evangelización”, y que debe realizarse previamente. Esta fase inicial corresponde al llamado al discipulado. El Evangelio nos muestra que los discípulos eran llamados a Cristo, no con discursos abstractos, sino por un encuentro con Cristo mismo o, después de Pentecostés, con hombres y mujeres encendidos por el Espíritu Santo. Los apóstoles enseñaban la doctrina, claro, pero era el firme fundamento de una fe viva lo que llevaba las palabras hasta el corazón de sus oyentes, mostrando que ellos también podían ser transformados. Lo que cada cristiano convertido entiende en algún momento es que se le ofrece no sólo una lista de reglas o un conjunto de doctrinas, sino también el secreto de la felicidad verdadera. Si una persona no se siente atraída hacia Cristo y no

FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 25


aprecia la necesidad de la salvación, no se puede esperar que escuche las enseñanzas de la Iglesia con verdadera atención, así como un tema académico que no parece tener conexión con su propia vida siempre suena aburrido. Debemos encontrar formas de presentar este llamado de Cristo y alimentar el interés para convertirlo en un deseo de seguirlo. En ocasiones una obra de ficción puede despertar el anhelo por la alegría y felicidad que sólo Dios puede brindar: las Crónicas de Narnia de C.S. Lewis son un buen ejemplo de ello (de hecho, el autor ha dicho que en parte fueron escritas con esta idea en mente). El propio Lewis sintió esa alegría interior y descubrió una forma de comunicarla a los demás. De la misma forma, tanto una obra de arte, una música, una canción, una poesía o una biografía tienen una importancia vital cuando se trata de abrir nuestro corazón al llamado de Dios. A veces, esto se llama “el camino de la belleza”. El testimonio de ciertas personas que han vivido su fe en circunstancias difíciles, o que han trabajado al servicio de los pobres y los enfermos, y encontrado la alegría al hacerlo, es también 26 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

una forma poderosa de hacer audible el llamado de Cristo. Conocer personalmente a estos testigos puede ser una experiencia que nos transforme la vida. Y es claro que un padre o un maestro ejemplar, que tenga una verdadera fe viva y una integridad real, puede tener el efecto más poderoso y duradero de todos. Naturalmente, a veces lo mejor que podemos lograr con nuestros intentos de “pre-evangelización” es despertar la curiosidad de alguien. Puede que lleve cierto tiempo convertirlo en apóstol, pero no importa. La curiosidad es mejor que la indiferencia. MEMORIA Y RAZÓN El llamado de Cristo es seguido de un “enviar” (missio) a otros que corresponde a la evangelización. Ayuda pensar que la evangelización tiene tres elementos o tres dimensiones: recordar, pensar y comunicar. Estos elementos, a su vez, se relacionan con el trívium de la educación clásica: gramática, lógica y retórica. La primera dimensión de la evangelización es una iniciación a la memoria de la Iglesia, o la transmisión de la doctrina y las tradiciones. “Háganlo en memoria de mí”, dijo Jesús en la Úl-

Panel from the back of the Maestà altarpiece, Duccio di Buoninsegna (c.1260-1319), Siena, Italy — Scala / Art Resource, NY

En este panel del retablo de Maestà, pintado por Duccio di Buoninsegna a principios del siglo XIV, se muestra a Cristo instruyendo a los Apóstoles en la habitación superior: “yo […] los elegí a ustedes, y los destiné para que vayan y den fruto” (Juan 15, 16).


tima Cena. La palabra original en griego (anamnesis) implica no relacionarse unos con otros, una forma de estar juntos (y estar sólo un retorno al pasado, sino una reunión con el presente. No con Dios, juntos). Se refiere a la forma en que nos tratamos unos es sólo un aprendizaje, entonces, sino una iniciación: un proceso a otros, y depende de la calidad de nuestra atención y respeto por el cual nos familiarizamos con la tradición y comenzamos a mutuo. Apoya y estimula a la vez la imaginación y la indagación vivir en ella como en nuestra propia casa, pasando a formar parte intelectual, pero es diferente de ambas. nosotros mismos de la cadena de transmisión. El etos de una escuela se expresa a veces como su misión, pero Para muchas personas, esta primera parte de la evangelización esto no puede ser más que un punto de referencia. El etos exige parece dejarnos sin nada más que hacer, como si la idea final de en realidad que nos comportemos, y no sólo hablemos, según la la evangelización fuera lograr que la gente formara parte de nues- fe y la inteligencia que profesamos. Es un asunto de “espíritu” y tra tradición. Es cierto que es un paso esencial, pero no basta no de “letra”. Se muestra de maneras diferentes, desde un humor por sí mismo. Como lo hemos visto en el pasado, la fe basada o un ambiente hasta varias señales concretas, como una integraen la memoria, la instrucción de la doctrina o la sola familiaridad ción estrecha de la liturgia, la oración y la instrucción religiosa con no puede sobrevivir a los retos de la vida moderna. Muchos el resto de la vida, el ejemplo moral que brindan los profesores y niños crecen conocedores de su fe y recordando las historias de los padres, la forma en que se alienta la cortesía y la bondad, una la Biblia y los rituales, pero aún así se alejan porque no significa atención especial de los que tienen necesidades especiales, etc. realmente nada para ellos, excepto una vaga nostalgia. Para algunos, esto puede sonar excesivamente católico, pero un Por lo tanto, la segunda dimensión, que es igualmente impor- etos cristiano es esencialmente mariano. La “atmósfera” de una estante para la evangelización, es el despertar de la inteligencia. La cuela o una familia católica tiende a reflejar la de la Sagrada Familia, doctrina, el ritual y la Escritura deben entenderse como formas de ya que es el medio educativo en el cual creció el Señor mismo. captar la verdad y progresar en ella. No se trata tan sólo de gestos La labor de un profesor o un padre católico es ayudar a llevar o frases que realizamos porque formamos a Cristo a su nacimiento y madurez en parte de un grupo. Lo que aprendemos no cada miembro de la comunidad, y en ese debe quedarse en nuestra mente sin exaaspecto ayuda a extender el etos de la Saminarse, hasta que se desgaste o deseche grada Familia por todo el mundo. Esto A EVANGELIZACIÓN por las presiones de la vida moderna. El sólo es posible con la ayuda de la gracia NO SE LIMITA A LA INSsegundo paso es ayudar al curioso a comde los sacramentos, que transmiten la prometerse con la fe, y hacerlo con la mente presencia viva de Cristo mismo. TRUCCIÓN RELIGIOSA O LA y el corazón alertas. Esto requiere disciLa evangelización no se limita a la SINO QUE LITURGIA, plina mental para buscar la verdad duinstrucción religiosa o la liturgia, sino rante toda la vida de una persona. que afecta lo que se enseña y la forma en AFECTA LO QUE SE ENSEÑA Y La verdad en su totalidad, como una que se enseña, sin importar el tema. La LA FORMA EN QUE SE ENSEÑA, unidad determinante, siempre está más Encarnación no es una información allá de nuestro alcance: una vez que penhistórica que, una vez comunicada, SIN IMPORTAR EL TEMA. samos haberla alcanzado, se nos escapa pueda olvidarse mientras dedicamos entre los dedos. Pero no podemos abannuestra atención a la geografía, la biodonar la búsqueda, excepto a costa de logía o las matemáticas. Si es verdadera, nuestra humanidad. Una fe creciente la fe cambia todo, incluso la forma en debe ser un estímulo para la razón y la inteligencia, no un obs- que vemos el cosmos. Una vez que se aprende esta primera lectáculo ni una alternativa. Ésta es la lección de la gran encíclica ción, no hay temas “aburridos”. Nada puede ser feo o inútil a del Papa Juan Pablo II Fides et Ratio (Fidelidad y Razón). Siempre menos que lo hagamos así. G.K. Chesterton dijo con sarcasmo hay preguntas, interrogantes, enigmas y misterios que contem- “¿Acaso es aburrida el agua de una zanja? Los naturalistas que plar, nuevas profundidades que penetrar. tienen microscopios me dijeron alguna vez que pulula de discreta diversión.” EL ETOS CATÓLICO Al final, la fe cambia la forma en la que se enseña cualquier La tercera dimensión de la evangelización evita que se convierta tema, así como las relaciones entre los temas. Los relaciona seen una obsesión meramente intelectual, y finalmente agotadora, paradamente y todos juntos con nuestro destino, con el deseo Necesitamos comunidad, lo cual implica una serie de relacio- que tiene nuestro corazón de unión con la verdad infinita: lo nes en las cuales se puede comunicar la verdad. Nadie puede que se llamaba la salvación de nuestra alma. aprender ni enseñar la verdad en el vacío. Esta tercera dimensión de la evangelización implica que se cultive un etos: el senti- STRATFORD CALDECOTT es director de Second Spring miento de pertenencia a una comunidad de valores e ideales Oxford (secondspring.co.uk) y autor de Beauty in the Word: Recompartidos, un medio moral donde la persona como individuo thinking the Foundations of Education (2012). También es editor es valorada, apoyada y querida. de la revista en línea Humanum (humanumreview.com). En sepLa palabra ethos originalmente significaba “costumbre”, “há- tiembre de 2013, recibió un doctorado Honoris Causa en teobito” o “carácter”, y por lo tanto el “etos” de la comunidad cris- logía sagrada del Instituto Pontificio Juan Pablo II de Estudios tiana — como una escuela — se refiere a la forma de vivir, de sobre el Matrimonio y la Familia en Washington, D.C.

“L

FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 27


C A BA L L E RO S E N AC C I Ó N

CABALLEROS

EN

ACCIÓN

NOTICIAS DE LOS CONSEJOS, ASAMBLEAS Y CÍRCULOS

venil de la Iglesia St. Rita, de Hamden, para preparar una cena para los residentes del Refugio Immanuel Baptist, de New Haven. Los Caballeros y los adolescentes cocinaron una cena para unos 70 hombres. APOYANDO A LAS FAMILIAS

Cada semana miembros del Consejo San José De Zapotlán #3338, de Guzmán, México Central, preparan un desayuno para las familias de los pacientes que están hospitalizados en centros médicos de la localidad. Los Caballeros alimentan entre 50 y 80 personas cada sábado. Representantes del Consejo St. Norbert #12107, de Paoli, Pennsylvania, entregan un cheque por $500 dólares a Donna Kurtz, de la Casa St. Joseph, y a algunos de los clientes a los que sirve la organización. La Casa St. Joseph fue fundada en 1999 para ayudar a viudas, madres solteras, huérfanos, familias y niños necesitados y en situaciones de crisis. Los fondos ayudarán a la Casa St. Joseph a continuar su misión de ofrecer servicios con una filosofía católica a estas familias.

SANTUARIO NUEVO

El Consejo All Saints #9441, de Clinton, Indiana, donó

Miembros del Consejo St. Peter #13988, de Kansas City, Missouri, participaron y trabajaron como voluntarios en la carrera y caminata de 5 kilómetros “Poniéndole las Botas a la ELA”. Además de reunir dinero para la investigación contra la esclerosis lateral amiotrófica (ELA), los Caballeros ofrecieron su apoyo a Paul Melland, un miembro del consejo cuya esposa se encuentra batallando contra la enfermedad. 28 ♦ C O L U M B I A ♦

$1,200 dólares a las Hermanas de la Providencia de Santa María de los Bosques, para ayudar a financiar la construcción de un santuario permanente de Santa Teodora Guérin. La Madre Teodora Guérin y cinco compañeras establecieron las Hermanas de la Providencia en 1840. El Papa Benedicto XVI canonizó a la Madre Guérin en el 2006. ALTO RELIEVE EN LA ENTRADA

El Consejo San Juan de los Caballeros #13684, de San Juan Pueblo, New Mexico, donó $1,750 dólares a la Iglesia San Juan Bautista, para comisionar la fabricación de un nuevo alto relieve del bautismo de Cristo para colocarlo sobre la entrada principal de la iglesia. Los Caballeros también se ofrecieron como voluntarios para

FEBRERO 2014

quitar las puertas de la iglesia para la instalación del vitral, el cual fue creado por el párroco de la iglesia, el Padre Larry R. Brito, y recubierto de bronce en Santa Fe.

OPERATIVO MÉDICO Y DENTAL

El Consejo Santo Rosario de Dampalit #15656, de Malabon City, Luzón, copatrocinó un operativo médico y dental para miembros necesitados de la comunidad junto a la Fundación St. Martin. Los Caballeros y voluntarios atendieron a más de 500 pacientes durante el evento. EQUIPO DE JUEGOS

MESAS DE ANIVERSARIO

El Consejo St. DominicDelhi #15533, de Cincinnati, celebró su primer aniversario comprando mesas por la cantidad de $800 dólares para el Centro Parroquial de la Iglesia St. Dominic. Estas mesas ligeras de uso comercial reemplazaron las viejas y pesadas mesas de madera en los salones y lugares de reunión de la parroquia. AYUDA PARA EL REFUGIO

El Consejo Father Michael J. McGivney #10705, de New Haven, Connecticut, trabajó con miembros del grupo ju-

El Consejo St. Benedict #4208, de Decorah, Iowa, armó un equipo de juegos, hecho de madera, para una familia de la localidad. La familia solicitó ayuda del consejo tras darse cuenta de que no podrían armar el equipo ellos mismos. FESTIVAL MUSICAL MARIANO

El Consejo Blessed Father Jerzy Popieluszko, Martyr #15239, de Tarnobrzeg, Polonia, organizó un festival de música Mariana en la Iglesia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro. Varios niños asistentes al evento cantaron canciones e himnos sobre María.


C A BA L L E RO S E N AC C I Ó N

Patrick Brosamer, del Consejo St. Benedict #12290, de Anchorage, Alaska, intercambia el saludo de la paz con el Arzobispo Roger L. Schwietz, de Anchorage, durante la ordenación sacerdotal del Padre Brosamer en la Iglesia Our Lady of Guadalupe. El Consejo #12290 apoyó al Padre Brosamer durante su formación a través del Programa de Reembolso por Apoyo a las Vocaciones (RSVP, por sus siglas en inglés). Las Asambleas Archbishop Ryand, de Anchorage, y Father David Melbourne, de Palmer, montaron una guardia de honor para la ordenación.

UPPER LEFT: Ron Nicholl/The Catholic Anchor, Archdiocese of Anchorage

ANEXOS A LA IGLESIA

El Consejo Alamo #4298, de San Antonio, donó $10,000 dólares a la Iglesia St. Pius X para ayudar con la construcción de un gimnasio, cafetería, centro de tecnología, biblioteca y salón de música nuevos. Los fondos para la donación fueron reunidos a través de varias donaciones y campañas de recolección de fondos del consejo. EXHIBICIONES DE PELÍCULAS

El Consejo Knights of the Resurrection #13851, de Tualatin, Oregon, organizó la exhibición, con fines benéficos, de la película “Res-

tless Heart: The Confessions of Augustine” (Corazón Sin Descanso: Las Confesiones de Agustín). La actividad recolectó $2,000 dólares y varios artículos para bebé para los Hogares Father Taaffe para madres adolescentes. Del mismo modo, el Consejo Itasca #2840, de Grand Rapids, Minnesota, organizó la exhibición del filme “For Greater Glory” (Cristiada), para los miembros de la unidad y su comunidad parroquial. Los Caballeros sirvieron palomitas de maíz y limonada a todos los asistentes. MESAS NUEVAS

El Consejo Father Widmer #7877, de Stafford, Virginia, y su grupo de damas, donaron cada uno $2,500 dólares a la Iglesia St. William of York para comprar mesas nuevas para la parroquia y su escuela. Las mesas nuevas reemplazarán viejos muebles que son utilizados por organizaciones parroquiales y escolares durante todo el año. Los fondos para la donación fueron reunidos a través de desayunos benéficos y ventas de pasteles patrocinados por los Caballeros y sus esposas. CASA DE HOSPITALIDAD

El Consejo Pope Pius XII #4691, de Rochester, New York, sirve una cena cada mes en la Casa de Hospitalidad St. Joseph, un refugio y comedor benéfico para desamparados. Los Caballeros y sus esposas sirven a unas 80 personas, asegurándose de que las comidas sean nutricionalmente balanceadas y que tengan la mayor cantidad posible de ingredientes obtenidos de granjeros y vendedores de la localidad. DISTRIBUIDORES DE LIBROS

El Consejo Holy Cross #5423, de Burnaby, British

Herb Yang, del Consejo Coquitlam #5540, de British Columbia, y Hansel Yang, del Consejo Holy Cross #5423, de Burnaby, junto con la hermana de ambos, Heidi, aparecen junto a sus bicicletas durante la Vuelta para Conquistar el Cáncer de Vancouver a Seattle. Consejos de todo British Columbia y Yukón donaron fondos para ayudar a los hermanos a reunir más de $18,000 dólares para la Fundación Contra el Cáncer de British Columbia. Los hermanos Yang participaron en la carrera en memoria de su padre, el Caballero Bill Yang, quien falleció de cáncer.

Columbia, donó $6,000 dólares para la edición, impresión y distribución de un libro titulado “Cartas desde Tanzania”, escrito por el Padre Zenon Zgudziak, quien fuera párroco de la Iglesia Holy Cross. Escrito originalmente en polaco y traducido al inglés, el libro cuenta las experiencias del Padre Zgudziak como misionero y educador en África por 18 años. HAMBURGUESAS

El Consejo Holy Family #9085, de la Base Barksdale de la Fuerza Aérea en Louisiana, se unió a los Consejos Broadmoor #3407, de Shreveport, y Bossier #4873, para organizar una parrillada de hamburguesas para HAP, un programa estatal que ofrece un ambiente laboral seguro a personas con discapacidades intelectuales. Durante el evento el Consejo #9085 en-

tregó los beneficios de su campaña anual de recolección de fondos, un total de más de $1,700 dólares, a los representantes de HAP. FINANCIANDO TECNOLOGÍA

El Consejo St. Charles Borromeo #5399, de Port Charlotte, Florida, entregó una donación de $10,000 dólares para ayudar a financiar la compra de nuevos equipos para el departamento de tecnología de la Escuela St. Charles. Los Caballeros reunieron los fondos necesarios a través de varias excursiones a casinos, juegos de bingo y rifas. CAFÉ Y ROSQUILLAS

El Consejo St. Mary of the Assumption #14531, de Stockton, California, sirve café y rosquillas gratis a los feligreses de su parroquia luego de todas las Misas del primer domingo de cada mes.

FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 29


C A BA L L E RO S E N AC C I Ó N

NOTICIAS SOBRE LA INICIATIVA DE ULTRASONIDOS En la edición de enero de Columbia les contamos acerca del continuo crecimiento de la Iniciativa de Ultrasonidos de los Caballeros de Colón. He aquí como los Caballeros de consejos locales están haciendo un éxito del programa. • El Consejo Father John Jay Jackson #1101, de Jackson, Tennessee, reunió más de $18,500 dólares para comprar una máquina para ultrasonidos nueva para Birth Choice de Jackson. El nuevo aparato reemplazó una unidad muy vieja que el centro había estado usando por un tiempo. • Los Consejos Msgr. James R. Jones #3303, de New Bern, North Carolina; Msgr. Frank Howard #6648, de Havelock, y St. Pius X #11101, de Greensboro, unieron fuerzas para organizar varias actividades para recaudar fondos, incluyendo una cena comunitaria, para comprar una máquina nueva de ultrasonidos para el Centro de Recursos para Embarazadas de Havelock. • El Consejo Bishop Edward T. Hughes #15540, de Three Bridges, New Jersey, donó casi $9,500 dólares a dos instituciones pro vida. Los Caballeros donaron $4,900 dólares para comprar una máquina de ultrasonidos para un centro de recursos para embarazadas de la localidad. El consejo donó, además $4,500 dólares a otros centros para embarazadas en la Diócesis de Metuchen reunidos por medio de una campaña de recolección de fondos llenando biberones. 30 ♦ C O L U M B I A ♦

AYUDANDO A UNA VIUDA

El Consejo Father Peter Paul Maher #6793, de Olney, Maryland, ayudó a la viuda de un miembro fallecido de la unidad a mudarse a una residencia para personas de la tercera edad. Aunque el miembro del consejo había fallecido hacía más de 20 años, los Caballeros donaron el uso de cuatro camiones y dos camionetas, así como la mano de obra, para ayudar a la viuda a mudarse en una tarde. LIMPIAN CEMENTERIO

El Consejo St. Catherine #9164, de Quarryville, Pennsylvania, limpió el cementerio de su iglesia, prestando especial atención a un crucifijo de piedra víctima de las inclemencias del tiempo. Los Caballeros limpiaron el crucifijo, le rellenaron todas las grietas con cemento

La Enfermera Registrada Juliana Mannino muestra a la consejera voluntaria Melissa Thompson el ultrasonido de un bebé de 17 semanas en una máquina de ultrasonidos que fue donada a la Clínica de Cuidados para Madres y Bebés No Nacidos de Southfield por los Caballeros de Michigan. El Consejo Bishop Gallagher #2569, de Royal Oak, lideró los esfuerzos de otros cinco consejos para reunir fondos para comprar la máquina a través de la Iniciativa para Ultrasonidos de los Caballeros de Colón. Los Caballeros reunieron más de $24,000 dólares para comprar el aparato, que fue dedicado el pasado verano.

nuevo y lo pintaron. Los miembros del consejo también limpiaron lápidas y cortaron arbustos. VETERANOS VIAJANTES

Paul Elmer Jr., hijo de Paul Elmer Sr., un miembro del Consejo Marquette #1437, de New Orleans, muestra un pez que atrapó durante una excursión de pesca al Golfo de México patrocinada por el consejo. Los fondos reunidos por medio del viaje ayudarán al Seminario Notre Dame a construir una parrilla en su área de reuniones al aire libre, la cual sufrió daños durante el paso de un huracán.

FEBRERO 2014

La Asamblea Bishop Boylan, de Woodstock, Illinois, donó $1,000 dólares en tarjetas de regalo para comprar gasolina a los representantes de empleo para veteranos del Condado de McHenry. Las tarjetas para comprar combustible serán donadas a veteranos desempleados para ayudarlos a viajar a ferias de empleo, entrevistas y entrenamientos. REPARAN MONUMENTO

El Consejo St. Luke #9128, de Temple City, California, reparó el enrejado de un monumento a los niños no nacidos de la parroquia. Fuertes vientos tumbaron el enrejado y un arbusto de flores. Tras las reparaciones los Caballeros podaron las flores y los arbustos circundantes.

ADOPTA UN SALÓN

Luego de que cuatro escuelas del área de Louisville, Kentucky, se fusionaran para formar la Academia St. Andrew, el director del centro solicitó a diferentes organizaciones cívicas que adoptaran salones de clase para darles mantenimiento y repararlos. El Consejo Msgr. Newman #4665, de Louisville, adoptó la biblioteca de la escuela. Los Caballeros pintaron dos salones y cambiaron los paneles del techo de uno de ellos. AYUDANDO A LOS HUÉRFANOS DEL SIDA

El Consejo St. Benedict #14654, de Mohnton, Pennsylvania, donó $750 dólares a los Apóstoles de Jesús durante la visita del superior general de la orden, el Padre Speratus Kamanzi, a Pennsylvania. Los fondos fueron destinados a la sociedad que tiene la Orden con los Apóstoles para ayudar a los huérfanos del SIDA en el África Sub-Sahariana.


IN

M

R

FO

E

E

IA

C

E

P

S

L

C A BA L L E RO S E N AC C I Ó N

LA AYUDA CONTINUA DE LOS CABALLEROS A LAS FILIPINAS

LUEGO DEL PASO del Tifón Haiyan por las Filipinas, el 8 de noviembre del 2013, los Caballeros de todo el mundo se apresuraron a ayudar a sus hermanos y hermanas damnificados. Tras la tormenta, el Consejo Supremo destinó $250,000 dólares a ofrecer ayuda inmediata, mientras que consejos y asambleas locales se pusieron a trabajar de muchas maneras diferentes. DESAYUNOS DE C DE C

El Consejo Father Vilarrasa #7268, de Benicia, California, organizó un desayuno parroquial a beneficio de las víctimas del Súper Tifón Hai-

yan. Más de 200 feligreses asistieron al evento, el cual reunió unos $1,000 dólares. Mientras, el Consejo East Kildonan #4107, de Winnipeg, Manitoba, organizó un desayuno que reunió $500 dólares para las labores de socorro. Miembros del consejo asaron salchichas en una parrilla bajo temperaturas que, con el índice térmico, eran de 41 grados Celsius bajo cero. PREPARADO PARA TRANSPORTE

Miembros del Consejo Pateros #4640, de Luzón, y de la Asamblea Santa Maria, cargaron artículos de ayuda para ser transportados a las áreas que sufrieron daños más severos en la nación isleña. Los Caballeros cargaron cajas llenas de ropa y otros artículos para ayudar a las víctimas, y reunieron 30,000 pesos para las labores de recuperación. DE UN CONSEJO A OTRO

Miembros del Consejo San José de Agudo #12878, de Caloocan City, Luzón, cargan artículos de ayuda en un camión de mano mientras coordinan la entrega de suministros a las víctimas del Tifón Haiyan. Los Caballeros recolectaron artículos varios y ayudaron a empacarlos para su distribución entre las víctimas de la tormenta.

El Consejo St. Paul #10775, de Inabanga, Bisayas, recibió artículos de ayuda de parte de sus hermanos Caballeros del Consejo Fátima #7101, de Mandaue City. Los Caballeros distribuyeron inmediatamente los artículos entre los residentes de villas de la localidad. ARROZ Y MÁS

El Consejo Mary, Help of Christians #10439, de Cebu City, Bisayas, empacó 2,000 artículos esenciales para ayudar a las víctimas del Súper Tifón Haiyan. Los Caballeros distribuyeron los paquetes de ayuda, que contenían arroz,

Augusto Catacutan, el Gran Caballero Alfonso Muglia y Zeny Larino empacan artículos destinados a las Filipinas durante un evento copatrocinado por el Consejo All Saints #9485, de Mesa, Arizona. Los Caballeros se unieron a feligreses de la Iglesia All Saints, bajo el liderato del Padre Robert Caruso y del Dr. Benedicto Dayrit, para empacar 95 cajas llenas de ropa y otros suministros para las víctimas del tifón. El Consejo #9485 también donó $1,000 dólares de los $5,000 dólares que se estimó era el costo de enviar las cajas al extranjero.

fideos, alimentos enlatados y azúcar, entre los residentes de una pequeña isla en el archipiélago. “TARJETAS DE ESPERANZA”

El Consejo San José de Agudo #12878, de Calcoocan, Luzón, coordinó el proyecto “Tarjetas de Esperanza” junto a una escuela elemental de la localidad, a beneficio de las víctimas del Súper Tifón Haiyan. Los estudiantes escribieron tarjetas con mensajes de ánimo que fueron incluidas en paquetes con ayuda destinados a las áreas afectadas por el desastre.

Our Joy #8447, de Soldiers Hill, Luzón, donó 20,000 pesos (unos $450 dólares) y ofreció una Misa por las víctimas del Tifón Haiyan. Miembros del consejo también trabajaron como voluntarios empacando artículos esenciales, como alimentos, ropas y más, para las personas impactadas por la tormenta.

¡Todavía se necesitan aportaciones! Done en línea a: kofc.org/disaster O llame al: 1-800-694-5713

MISA Y DONACIÓN

El Consejo Mary, Cause of

FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 31


C A BA L L E RO S E N AC C I Ó N

FOURTH DEGREE K OF C SUPPLIES

Creados Iguales

IN THE UNITED STATES THE ENGLISH COMPANY INC. Official council and Fourth Degree equipment 1-800-444-5632 • www.kofcsupplies.com LYNCH AND KELLY INC. Official council and Fourth Degree equipment and officer robes 1-888-548-3890 • www.lynchkelly.com IN CANADA ROGER SAUVÉ INC. Official council and Fourth Degree equipment and officer robes 1-888-266-1211 • www.roger-sauve.com

E N T R E A L G RU P O E N P RO D E L PA D R E M C G I V N E Y Escribir con letra de imprenta:

!

02/14

NOMBRE DIRECCIÓN CIUDAD ESTADO PAÍS llene este cupón y envíelo a: The Father McGivney Guild, 1 Columbus Plaza, New Haven, CT 065103326, o inscríbase en: www.fathermcgivney.org.

OFFICIAL FEB. 1, 2014: To owners of Knights of Columbus insurance policies and persons responsible for payment of premiums on such policies: Notice is hereby given that in accordance with the provisions of Section 84 of the Laws of the Order, payment of insurance premiums due on a monthly basis to the Knights of Columbus by check made payable to Knights of Columbus and mailed to same at PO Box 1492, NEW HAVEN, CT 06506-1492, before the expiration of the grace period set forth in the policy. In Canada: Knights of Columbus, Place d’Armes Station, P.O. Box 220, Montreal, QC H2Y 3G7 ALL MANUSCRIPTS, PHOTOS, ARTWORK, EDITORIAL MATTER, AND ADVERTISING INQUIRIES SHOULD BE MAILED TO: COLUMBIA, PO BOX 1670, NEW HAVEN, CT 06507-0901. REJECTED MATERIAL WILL BE RETURNED IF ACCOMPANIED BY A SELF-ADDRESSED ENVELOPE AND RETURN POSTAGE. PURCHASED MATERIAL WILL NOT BE RETURNED. OPINIONS BY WRITERS ARE THEIR OWN AND DO NOT NECESSARILY REPRESENT THE VIEWS OF THE KNIGHTS OF COLUMBUS. SUBSCRIPTION RATES — IN THE U.S.: 1 YEAR, $6; 2 YEARS, $11; 3 YEARS, $15. FOR OTHER COUNTRIES ADD $2 PER YEAR. EXCEPT FOR CANADIAN SUBSCRIPTIONS, PAYMENT IN U.S. CURRENCY ONLY. SEND ORDERS AND CHECKS TO: ACCOUNTING DEPARTMENT, PO BOX 1670, NEW HAVEN, CT 06507-0901.

COLUMBIA (ISSN 0010-1869/USPS #123-740) IS PUBLISHED MONTHLY BY THE KNIGHTS OF COLUMBUS, 1 COLUMBUS PLAZA, NEW HAVEN, CT 06510-3326. PHONE: 203-752-4000, www.kofc.org. PRODUCED IN USA. COPYRIGHT © 2014 BY KNIGHTS OF COLUMBUS. ALL RIGHTS RESERVED. REPRODUCTION IN WHOLE OR IN PART WITHOUT PERMISSION IS PROHIBITED. PERIODICALS POSTAGE PAID AT NEW HAVEN, CT AND ADDITIONAL MAILING OFFICES. POSTMASTER: SEND ADDRESS CHANGES TO COLUMBIA, MEMBERSHIP DEPARTMENT, PO BOX 1670, NEW HAVEN, CT 06507-0901. CANADIAN POSTMASTER — PUBLICATIONS MAIL AGREEMENT NO. 1473549. RETURN UNDELIVERABLE CANADIAN ADDRESSES TO: KNIGHTS OF COLUMBUS, 50 MACINTOSH BOULEVARD, CONCORD, ONTARIO L4K 4P3 PHILIPPINES — FOR PHILIPPINES SECOND-CLASS MAIL AT THE MANILA CENTRAL POST OFFICE. SEND RETURN COPIES TO KCFAPI, FRATERNAL SERVICES DEPARTMENT, PO BOX 1511, MANILA.

32 ♦ C O L U M B I A ♦

FEBRERO 2014

El Vice Maestre Supremo Angelo Catucci (extrema derecha) y el Padre Marcellus McCarthy (extrema izquierda) saludan a Bernard Johnson, Andrew Edelen y Louis Casator luego de que estos se unieran al Consejo Carroll #377, de Washington, D.C. Durante la administración del Caballero Supremo John W. McDevitt la Orden reforzó la admisión de afroamericanos y puso en vigor varias iniciativas destinadas a promover la igualdad racial.

CON MOTIVO DE la celebración del mes de la historia afroamericana es importante reflexionar acerca de las iniciativas tomadas en el pasado por los Caballeros de Colón para luchar contra la desigualdad racial en los Estados Unidos. En el 1924, cuando las leyes de Jim Crow estaban todavía en vigencia en muchas partes del país, los Caballeros de Colón comisionaron y publicaron la obra titulada “The Gift of Black Folk: The Negroes in the Making of America” (El Regalo de los Hombres Negros: Los Negros en la Construcción de América) de la autoría del líder de los derechos civiles W.E.B. DuBois. Este libro fue parte de un amplio proyecto adoptado por la Comisión Histórica de los Caballeros de Colón para combatir la historia revisionista de la época, la cual excluía a las minorías de los registros históricos. Cuarenta años después, durante el apogeo del movimiento por los derechos civiles, la Orden continuó promoviendo la causa de la justicia racial. En 1964 el Caballero Supremo John W. McDevitt enmendó los reglamentos de la Orden para evitar que los consejos locales pudieran discriminar en contra de potenciales miembros por motivos raciales. En abril del 1965 la Orden copatrocinó, junto a la Arquidiócesis de Hartford, una conferencia sobre derechos humanos celebrada en la Universidad de Yale a la cual asistieron más de 2,000 personas. Finalmente, en 1967, la Orden colaboró con el Instituto John LaFarge, de la Ciudad de New York, para promover la justicia social y la igualdad racial a través del diálogo y la investigación. Mientras los Caballeros de Colón continúan su lucha por la igualdad racial hoy día, estos esfuerzos del pasado sirven como un importante recordatorio del segundo principio de la Orden: unidad para todos. - Reportaje de Kaitlyn Landgraf


CABA L L ERO S D E CO LÓ N

Construyendo un mundo mejor un consejo a la vez. Cada día en el mundo entero, se les da a los Caballeros oportunidades para que ellos hagan la diferencia. Sea a través de servicios comunitarios, recaudando dinero para sus parroquias u oración. Elogiamos a todos y cada uno de los Caballeros por su fuerza, su compasión y su dedicación para construir un mundo mejor.

El Diputado de Bisayas entrega un paquete de alimentos a una mujer durante la campaña de auxilio de los Caballeros de Colón en Hernani, Samar Oriental, tras el Tifón Haiyan, que azotó el centro de Filipinas el 8 de noviembre de 2013. En su esfuerzo de largo plazo para ayudar a las víctimas del tifón, la Orden ha dedicado fondos para entregar alimentos y otros artículos de primera necesidad, así como para apoyar programas que ayuden a la gente a volver al trabajo para mantenerse junto con sus familias.

ENVÍA LAS FOTOS DE TU CONSEJO PARA USARLAS EN LA SECCIÓN CABALLEROS DE COLÓN EN ACCIÓN. PUEDES ENVIAR LAS FOTOS VIA E-MAIL A COLUMBIA@KOFC.ORG, O POR CORREO A 1 COLUMBUS PLAZA, NEW HAVEN, CT 06510-3326.

FEBRERO 2014

♦ C O L U M B I A ♦ 33


POR FAVOR, HAGA TODO LO POSIBLE PARA ALENTAR LAS VOCACIONES SACERDOTALES Y RELIGIOSAS. SUS ORACIONES Y SU APOYO SON MUY IMPORTANTES.

MANT E NG A V I VA LA F E

‘FUI TESTIGO DE LA NECESIDAD DE PADRES ESPIRITUALES’

JARED RODRIGUE Arquidiócesis de Nueva Orleans Seminario de Notre Dame

Tim Mueller Photography

Desde que yo era pequeño, sabía que quería ser sacerdote. Cuanto más aprendía sobre la fe, más veía a Cristo en mi párroco, el Padre John Phuc. Por desgracia, el Padre John murió en un accidente de navegación cuando yo estaba en quinto grado. Lo que percibí en su funeral fue la gran necesidad de padres espirituales que tiene la gente. Desde ese momento, supe en mi corazón que el Señor quería que aceptara esa misión. Sin embargo, pasé los años siguientes huyendo de ese llamado porque quería ser “normal”. Decidí ir a la universidad y convertirme en diácono permanente después del matrimonio, si el Señor seguía llamándome. Y luego asistí a una reunión de Caballeros de Colón en la cual recibiría una beca universitaria, y mi corazón se vio transportado hacia el pasado, hasta el funeral del Padre John. Supe que estaba cometiendo un error enorme: mi vocación era ser sacerdote. Agradezco a Dios haber unido finalmente mi cabeza y mi corazón. Después de un largo camino con el Señor, he llegado a ver que mi propio patio es mi misión.


Columbia Febrero 2014