Page 1


For Singular PEOPLE & Singular MOMENTS... SH VILLA GADEA THALASSO + SPA

Singular HOTELS Partida Villa Gadea_03599 Altea, Alicante, España villa.gadea@sh-hoteles.com_Tel: +34 96 681 71 00

RESERVAS _ 902 45 30 15

sh-hoteles.com


CLUB UTICO NÁ

A LT E A

EDITORIAL

E

stimados socios, aficionados y amigos del Club Náutico de Altea, con este número siete de ALTEA NÁUTICA queremos informaros de la actualidad de nuestras actividades y proyectos de futuro. Este año ha sido muy especial para nuestro Club, se cumplen 40 años desde su fundación en septiembre de 1977 y es el momento de recordar su extensa y fructífera trayectoria deportiva. Una entidad social y deportiva que forma parte de la historia de Altea y que es una pieza clave en su desarrollo náutico y turístico. Es por ello que hemos querido celebrar este aniversario con un artículo plural sobre la trayectoria deportiva del Club en el que distintas personas destacadas de cada modalidad náutica hacen un recorrido por estos cuarenta años de historia. Los clubes náuticos sólo sobrevivirán si desarrollan su función social y deportiva, esta fue una de las principales conclusiones del III Simposio Nacional de Clubes Náuticos celebrado a principios de octubre en Alicante y en cuyo marco el Director General de Obras Públicas de la Generalitat anunció que las valoraciones de los puertos deportivos de la Comunidad Valenciana, pendientes de renovar sus concesiones administrativas, han sido reducidas recientemente una media del 37% de su valor, lo que indudablemente afectará a la cuantía del canon notificada, y recurrida por el CN Altea, en el pasado mes de junio, en el que nos otorgaron una nueva Autorización Administrativa. No obstante, la teórica tasa portuaria resultante seguirá siendo excesivamente elevada teniendo en cuenta las precarias instalaciones portuarias actuales. Por ello las cuotas y tarifas deben aumentar con el nuevo año, en sintonía con lo debatido en la última asamblea general extraordinaria de socios, y contemplar distintas alternativas de sacrificio en aras de conseguir la supervivencia del Club perseverando en su nivel deportivo. La imprescindible viabilidad económica y deportiva del Club Náutico de Altea nos obliga a ajustar gastos, crear nuevas tarifas y buscar fuentes de financiación con la diversificación de ingresos del deporte, por ejemplo, o gestionar de forma directa el servicio de restaurante del Club. Por ello hemos iniciado un nuevo proyecto para mejorar las instalaciones, mobiliario, y adaptar la cocina, lugares de procesos y almacenaje a las exigencias actuales, con el objetivo de mejorar y dignificar el servicio de hostelería del Club Náutico de Altea. Además resaltamos en este número la importancia de la conservación y protección de nuestro maravilloso entorno natural con un reportaje sobre los árboles monumentales de Altea y la reciente iniciativa impulsada junto a la Cofradía de Pescadores para extraer los residuos que llevan décadas en el fondo del puerto de Altea, dando así respuesta a las preocupaciones mostradas por los socios del Club en su última asamblea general. Además presentamos un par de artículos sobre la denominada economía azul, o del negocio marítimo, que ofrece grandes posibilidades a todas aquellas personas que deseen progresar laboralmente. Nos hemos embarcado en este nuevo proyecto para dar a conocer todas las posibilidades que existen en la industria turística marítima y del potencial futuro en este sector económico. Y, por supuesto, contamos con las numerosas y ricas noticias de nuestras secciones deportivas que son fundamentales para nuestra entidad. Destaca la descripción de las imprescindibles ayudas que ofrece el Club Náutico de Altea a los equipos de competición y regatistas para que puedan llevar a cabo su actividad deportiva, siendo ésta una pieza fundamental en el fomento del deporte náutico en Altea a los largo de sus 40 años de historia. En la sección de vela destaca el Open Clase Optimist que recientemente llenó con más de 200 velas la bahía de Altea, ofreciendo un espectáculo inigualable y una lección a los responsables políticos sobre la importancia del deporte náutico como motor de crecimiento económico y turístico. En la sección de remo destaca el homenaje que el Ayuntamiento de Altea ofreció al equipo de veteranas tras proclamarse Campeonas de España. Y, por último, sin olvidar la sección de la pesca deportiva, oficios e imprescindibles de nuestro club náutico. Deseo que podáis disfrutar de la lectura de esta completa nueva edición de ALTEA NÁUTICA; la hemos elaborado con ilusión y confiamos que sea de vuestro agrado. Sin más, os deseo a todos que paséis una feliz Navidad y que el año 2018 nos traiga salud y felicidad. José-Román Zurutuza Reigosa Presidente del Club Náutico de Altea

El Club Náutico de Altea colabora con:

El CN ALTEA pertenece a:

1


El Club Náutico de Altea es una asociación fundada en el año 1977, como una entidad social y deportiva sin fines lucrativos. Su objeto exclusivo es el fomento y la práctica del deporte en el ámbito federado y las acciones relacionadas con su entorno marino, cultural y medioambiental. Tiene el fiel compromiso de acercar su gestión hacia la satisfacción de sus socios, clientes y usuarios, velando por el respeto al medio ambiente y al entorno en el que se desarrollan sus actividades náuticas de recreo y deportivas, y garantizar la prestación de unos servicios y gestión portuaria de calidad. Desde sus inicios ha dado su apoyo a miles de deportistas en todas las modalidades náuticas: vela, remo, piragüismo, pesca, motonáutica, natación y submarinismo, contribuyendo decididamente al conocimiento y protección de nuestro entorno natural. Edita: Club Náutico de Altea Entidad social y deportiva sin ánimo de lucro Avenida del Puerto, 50 | Apdo. correos 300 | 03590 ALTEA Teléf.: +34 965841591 | Fax:+34 965841579 E-mail:cnaltea@cnaltea.com | Web: www.cnaltea.com NIF: G-03056090

número siete, invierno 2017

Registro de Asociaciones de la Comunitat Valenciana Nº 481 (29/10/1977) Registro de Clubs, Federaciones y demás entidades deportivas CV Nº 519, Sección 1ª (12/12/1986) • 40 años defendiendo el deporte • Asamblea general extraordinaria • Economía Azul • Bon vent i barca nova • Entrevista a Verónica López • Limpieza del puerto de Altea • Vela • Remo • Pesca • Oficios • Los Imprescindibles • Náutica flashback

CLUB UTICO NÁ

Es una publicación cuatrimestral del

A LT E A

PRESIDENTE José-Román Zurutuza Reigosa VICEPRESIDENTE PRIMERO TESORERO y Vocal de Relaciones Públicas Francisco Andrés Buigues VICEPRESIDENTE SEGUNDO INTERVENTOR DE OPERACIONES José-Alberto Gaforio Nebreda SECRETARIO Vocal de PESCA DEPORTIVA I, Protocolo y Actividades Socio-deportivas Joaquín Rodríguez de Vera Chaves Vocal de VELA I: Ligera, Infantil, Cruceros, Escuela de Vela y Vela Radiocontrol José Rius Payá Vocal de VELA II y RELACIONES INTERCLUBS Antonio Escribano Gómez Vocal de REMO, PIRAGÜISMO, RESTAURANTE y COMUNICACIÓN Vicente Ferrer Monerris Vocal de OBRAS, INFRAESTRUCTURAS y PESCA DEPORTIVA II Francisco Fresneda Segura Vocal de MEDIOAMBIENTE, BUCEO y NATACIÓN Patrick Sanden

2

Dirección: Joaquim Such Bañuls Responsable creativo, redacción y producción: Julia Matos Astorgano Administración y publicidad: Mar Herrero Calvo Diseño y maquetación: QC Creativos, S.L. Impresión: Industrias Gráficas Alicante, S.L. Depósito Legal: A-850-2015 EN PORTADA Euro Flying Dutchman Cup - Altea 2017 Foto: Álvaro Arroyo Benito AGRADECIMIENTOS: POR LAS FOTOGRAFÍAS. Archivo de imágenes del CN Altea, QC Creativos, Cofradía de Pescadores, Ángel Roquero, CEACNA, Fernando de Rojas, Hugo Grau, Oficina de Turismo de Altea, Castell de l’Olla, Verónica López, Volvo Ocean Race, GEA, Ecoaltea, Orión García, Alfredo Martínez. POR LAS COLABORACIONES. Jaime Pérez López, Daniel Armas Langheinrich, Vicente Jorro López, Alberto Gaforio Nebreda, Marino Gil Amigo, Roberto Sevila Botella, Ángel Roquero Caparrós, Joaquín Rodríguez de Vera, Fernando de Rojas, Hugo Grau, Vicente Ferrer, Volvo Ocean Race, Jaime Martínez, Ana González, Kiko Jorro, Juan Francisco Picó, Álvaro Arroyo. Envíanos tus cartas o comentarios a: cnaltea@cnaltea.com Siguenos en Twitter en: @cnaltea Hazte fan de nuestra página de Facebook: facebook.com/cnaltea Más información en nuestra página web: www.cnaltea.com Suscríbete a nuestra newsletter semanal en: www.cnaltea.com Sugerencias y reclamaciones: administracion@cnaltea.com El Club Náutico de Altea no asume necesariamente como propias las opiniones de los colaboradores de esta revista. El Club Náutico de Altea se reserva todos los derechos de esta publicación y agradece el excelente trabajo realizado por todos y cada uno de los intervinientes en la revista ALTEA NÁUTICA, sin cuya colaboración nuestra finalidad no sería posible. El Club Náutico de Altea, a los efectos previstos en el artículo 32.1 párrafo segundo del vigente TRLPI, se opone expresamente a que cualquiera de las páginas de esta obra o partes de ella sean utilizadas para la realización de resúmenes de prensa. Cualquier forma de reproducción, distribución, comunicación pública o transformación de esta obra solo puede ser realizada con la autorización de sus titulares, salvo excepción prevista por la ley. Diríjase a CN Altea si necesita fotocopiar o escanear algún fragmento de esta obra (cnaltea@cnaltea.com; +0034 96 584 21 85).

EJEMPLAR GRATUITO. Edición digital disponible en www.cnaltea.com TIRADA: 1350 ejemplares de distribucíon gratuita.


Secciones Editorial 40 años defendiendo el deporte Institucional Volvo Ocean Race Medioambiente Vela Remo Pesca Oficios Los imprescindibles Náutica flashback Shopping

39 1 4 26 52 56 66 82 85 86 90 94 96

LA OFICINA DE TURISMO DE ALTEA CELEBRA SU 25 ANIVERSARIO CON CIFRAS RÉCORD DE VISITANTES El año pasado pasaron por la Oficina Municipal de Turismo más de 22.000 personas, una cifra que se espera superar este año.

45 LA JUNTA DIRECTIVA APRUEBA ACOMETER LA GESTIÓN DIRECTA DE SU RESTAURANTE EN 2018 La Junta Directiva, después de contemplar distintas alternativas, ha tomado la decisión de acometer la gestión directa del bar-restaurante para 2018.

4 40 ANIVERSARIO DEL CLUB NÁUTICO DE ALTEA Cuatro décadas dedicadas al fomento del deporte náutico han pasado desde que el 10 de septiembre de 1977 se firmara el Acta de Constitución del Club Náutico de Altea.

32

48 ENTREVISTA A VERÓNICA LÓPEZ, DIRECTORA GENERAL DE JUSTICIA DE LA GENERALITAT VALENCIANA

SI NOS LO PROPONEMOS, PODEMOS CONSEGUIRLO Fernando de Rojas Parets

La Comunitat Valenciana es un país de iniciativas y al tiempo de incrédulos. Somos una costa privilegiada a la que aún podemos sacarle más provecho.

56 36 TRABAJOS DEL MAR. Hugo Grau Salas Un entrenador de gimnasio, un camarero, una personal shopper, un actor de comedia, un masajista o por qué no un director de hotel. ¿QUE TIENEN EN COMUN TODOS ELLOS?

ÁRBOLES MONUMENTALES DE ALTEA Vínculo entre araucarias y náutica, pinos y redes de pesca, y más curiosidades…

82 HOMENAJE A LAS VETERANAS DEL CLUB NÁUTICO DE ALTEA TRAS PROCLAMARSE CAMPEONAS DE ESPAÑA

3


40

ANIVERSARIO

CLUB NÁUTICO DE ALTEA

Cuatro décadas dedicadas al fomento del deporte náutico han pasado desde que el 10 de septiembre de 1977 se firmara el Acta de Constitución del Club Náutico de Altea.

S

eptiembre es un mes muy especial para el Club Náutico de Altea, se cumplen 40 años de su fundación y es momento de recordar sus inicios y su larga trayectoria deportiva. Una entidad que forma parte de la historia de Altea y que es una pieza clave en su desarrollo náutico y turístico. La flota deportiva tuvo un pronto arraigo en Altea en el inicio del desarrollo turístico de los años 60, gracias en gran parte a la industria local de embarcaciones de motor que dio un fuerte impulso a este uso recreativo de la náutica. Los famosos Astilleros Orozco de Altea comenzaron en aquella época a cambiar sus diseños de pesqueros hacia barcos de recreo. La historia del CN Altea esta íntimamente ligada a Astilleros Orozco, ya no tanto por su labor de construcción sino por el esfuerzo de su dueño Paco Orozco en impulsar la creación de un club náutico.

4

El puerto de Altea a principio de los años 70 no daba cabida a la creciente demanda del ocio en el mar, no había espacio suficiente para las embarcaciones de recreo. Los usuarios echaban de menos además servicios de agua y luz, protección ante temporales y un lugar acondicionado para limpiar cascos y dejar secar los barcos en invierno. Tras varios intentos de fundar un club náutico, Paco Orozco junto algunos amigos constituyen el 19 de marzo de 1977 la Junta Provisional del CN Altea. Seis meses después se firma el acta de constitución del Club, cuyo objetivo no es otro que el de formar una asociación con fines exclusivamente de fomento de la cultura y de todas las actividades deportivas que tienen el mar como medio. En esta reunión Francisco Orozco es nombrado presidente y se inicia así una nueva etapa náutica en Altea.


Un recorrido por cuarenta años de historia deportiva…

Iniciado con unos pantalanes flotantes y un edificio prefabricado, la famosa bombonera, tendrán que pasar varios años para que esta entidad deportiva comience a impartir las actividades para la que se crea. Es en 1982 cuando concluyen las obras de infraestructura, que se completan en años sucesivos con el edificio social, carena, suministro de combustibles y otras instalaciones. Ese mismo año comienzan a impulsarse con más fuerza los eventos deportivos, se propone crear una escuela de vela, un Comité de Motonáutica y la organización de varias regatas.

Durante todos estos años se ha ido gestando una sólida entidad deportiva y social que a día de hoy es un referente en gestión deportiva y portuaria en la Comunidad Valenciana, pionera en la organización de eventos deportivos, con una reconocida calidad en su formación en la escuela de vela y con un intenso calendario de regatas y eventos de pesca, vela, remo y medioambiente. Hemos querido celebrar este aniversario con un artículo sobre la trayectoria deportiva del Club Náutico de Altea en el que personalidades destacadas de cada modalidad náutica harán un recorrido por estos cuarenta años de historia.

5


MOTONÁUTICA creó un entorno de gran deportividad en el que los pilotos y sus familias disfrutaron e hicieron disfrutar a todo el que se acercaba a ver sus carreras. La bahía de Altea, siempre marco incomparable, se llenaba de color, sonido y velocidad trepidante.

Jaime Pérez López

Socio de Número 187 del CN Altea Campeón del Mundo en Motonáutica clase C1. 2000 Presidente de la Federación de Motonáutica de la CV. 1990-1996 | 2000-2014 Presidente de la Real Federación Española de Motonáutica. 1996-2000 Miembro del Comité Olímpico de España. 1996-2000 Miembro del Comité Olímpico Internacional. 1996-2000 Actualmente Presidente de Honor de la FMCV

Volando sobre el mar

A

ños 70, un grupo de amigos apasionados del mar y del motor acompañan al Club Náutico de Altea en sus primeros pasos, colocan su banderín en los barcos y lo pasean orgullosos allí donde compitan. La historia alteana de la Motonáutica comienza unos años antes, pero la creación del CNA supuso un gran apoyo y empujó a nuestros pilotos hacia el éxito. Se

6

La competición anual más importante era el Gran Premio del Cristo, que se celebraba con ocasión de las Fiestas Patronales, pero también se celebraban carreras en Reyes y en las Fiestas de San Pedro. Poco a poco llegaron los Campeonatos de España que congregaban a numerosos pilotos y el punto álgido de nuestra modalidad deportiva se alcanzó con la Copa del Rey. Venir a Altea era, como todos decían, “un placer”. Pero el CNA estuvo también representado por nuestros pilotos a lo largo de toda la geografía nacional; corrían en Zaragoza los prestigiosos 45 minutos del Ebro y en Alicante, Valencia, Oliva, Cullera, Benidorm, Calpe, Villajoyosa, Málaga, Sevilla, Cádiz, Ferrol, León, Barcelona, Ampolla, Banyolas, Vilanova, Alcudia, Palma de Mallorca, Aviles, Madrid y Talavera. El salto internacional comenzó con las 6 Horas de París y le siguieron competiciones en Inglaterra, Portugal, Holanda, Italia, Méjico, Argentina, Colombia, Cuba y Brasil.


1985. Pilotos del CN Altea en el campeonato de España.

Sería justo poder nombrar a todos y cada uno de los compañeros que formaron parte de estas aventuras pero fueron muchos y no podría perdonarse dejar a alguno fuera.

Nicolas Solbes. Campeón de España. Piloto del CN Altea.

Ellos saben que fueron protagonistas de muchas horas en los talleres, por la noche, cuando se salía del trabajo y se rascaba tiempo a las horas de descanso para precisamente hacer sus sueños realidad. Saben que alcanzaron triunfos brillantes incluso cuando la palabra patrocinador quedaba muy lejos. Saben que fuimos una gran familia, la familia de la Motonáutica.

1976. Vicente el Catalí y Jaime Perez en los 45 min Internacionales del Ebro.

7


ESQUÍ NÁUTICO desplazamientos o dietas e inscripciones. También hay que resaltar las facilidades dadas por el club para entrenar en las aguas de la bahía. Gracias al apoyo de los hermanos Van der Laan, pilotos de motonáutica que voluntariamente pilotaban para que pudiésemos entrenar, pasábamos casi todos los fines de semana de la pretemporada practicando nuestro deporte.

Daniel Armas Langheinrich

U

Deportista de Esquí Náutico del CN Altea. 1985-1988

no de los deportes con más auge en los años 80 en España fue el esquí náutico. La Federación Española organizaba numerosos campeonatos en los diferentes centros repartidos por el territorio nacional a lo largo de la temporada. Uno de las zonas donde más se practicaba y donde más campeones podemos recordar de aquella época es la provincia de Alicante. En concreto el Club Náutico de Altea ayudó en gran parte a los éxitos que labraron esquiadores como Marcos Pockele, Gabriel Such, Daniel Armas o Celeste Ronda. Todos estos deportistas asistían a los campeonatos gracias a las ayudas que daba CNA para

8

En los bajos de la recién terminada piscina se nos habilitó un almacén para poder guardar todo nuestro material y con una embarcación cedida por la federación Española pudimos entrenar en invierno. Los mayores éxitos se lograron entre los años 1986 y 1990 consiguiendo numerosos títulos de campeones de España en las diferentes modalidades y disciplinas. Cabe destacar también las dos medallas europeas conseguidas por Marcos Pockele y Daniel Armas en los años 1987 y 1988 respectivamente. En la actualidad, el esquí náutico ha sufrido diferentes cambios, como la aparición desde el cambio de milenio de la modalidad del wakeboard que ha popularizado de nuevo este deporte. Muchas mañanas vemos diferentes embarcaciones de socios del club entrenando y aprovechando las aguas tranquilas de la mañana para practicar el wakeboard.


El Gas de Repsol

La energía más eficiente llega a tu hogar, esté donde esté

Cuenta siempre con el Gas de Repsol, la energía que cubre todas las necesidades de tu vivienda para que disfrutes del máximo confort. Una alternativa energética eficiente, gracias a su alto poder calorífico, que te ofrece: Descuentos personalizados en el consumo del gas. Asesoramiento energético gratuito y financiación*. Y si instalas un depósito de gas, tendrás la instalación y el mantenimiento gratis para toda la vida.

Llama ya al 901 100 125 o infórmate en repsol.es *Oferta comercial de Repsol Butano, S.A. (c/ Méndez Álvaro, 44. 28045 Madrid) válida hasta el 30 de abril de 2018 para contratos de suministro de gas con depósito individual Plan Propano Vivienda (PPV) con instalaciones que se den de alta antes del 31 de diciembre de 2017. La cuota de instalación exterior, incluyendo el centro de almacenamiento e instalación receptora exterior, será 0€ para consumos superiores a 1.000 kg para volúmenes de depósito iguales o inferiores a 2.450 litros o 1.500 kg para depósitos superiores a 2.450 litros. La cuota de servicios correspondiente al alquiler y mantenimiento será 0€ para toda la duración del contrato independientemente del consumo. Más información en repsol.es


REMO de las acequias rebosantes repartiendo agua por todos sus rincones, bancales y huertas de un color verde intenso, y a los pies de la villa abriéndose al infinito, un mar azul turquesa centelleante coronado por un imponente sol, que desde lo alto, insufla vida a todo cuanto alcanza. Sonido, luz y agua.

Vicente Jorro López

H

Entrenador-Técnico de Remo del CN Altea

ace unos días volviendo a casa después del trabajo tuve la suerte de encontrar en mi paseo una de las charlas que suele organizar, de tiempo en tiempo, un conocido historiador alteano. Micro en mano y a pie le seguimos recorriendo lugares donde hace un tiempo el mar y sus gentes eran protagonistas de nuestra historia. El fortuito encuentro me refrescó una conversación que había mantenido escasos días atrás con uno de los pocos marineros que a día de hoy puede transmitirnos de forma directa la vida de antaño. Con su voz de fondo, la luz difuminada y el romper de las olas a nuestras espaldas se reunieron las condiciones para que mi imaginación ferviente comenzara a divagar y me transportara un siglo atrás. Agua en abundancia recogida de sus sierras colindantes, el rio Algar con tal caudal que en los temporales llenaba los ojos de su puente, el sonido

10

De trasfondo entre tanta vida, sus gentes. Gentes humildes curtidas de sol a sol por la tierra y el salitre, barcas en la Fonda de Ronda descargando en abundancia las capturas de la jornada, multitud de llaüts varados en la playa de la Roda con sus velas latinas plegadas, mujeres remendando las artes de pesca hechas de cáñamo, jóvenes entusiasmados desarmando el depósito con el que se alimentaban los farolas para faenar a la luz, y otros, enarbolando el mástil en busca de espacio en el bote. Era un bullicio diferente al resto de lo que era la rutina diaria. Todo apuntaba que se acercaban una de las fiestas importantes del pueblo en honor a “Sant Pere i La Mare de Dèu del Carme”, entre sus actos, la reñida regata de llaüts. Y así, en una soleada mañana de domingo de finales de junio, podía verse en la Fonda Ronda y sus alrededores una muchedumbre que alentaba a viva voz cada uno de los botes que competían. Salían en tandas de dos o tres botes, cuatro jóvenes y el patrón se vaciaban en cada palada como si les fuese la vida en ello. Un trozo de corcho rematado con un retal de tela marcaba el lugar de la ciaboga, los mayorales de


1953. Entrenamiento en el puerto de Altea.

la comisión ejercían entre tanta algarabía de jueces salomónicos. Los vencedores conseguían, a parte del prestigio, un importante premio en metálico. A principios de los años 50 llega a Altea la “Santa Faz”, un llaüt armado para ocho tripulantes y patrón que procedía de Alicante y que al parecer otros cuatro de idénticas características se encontraban repartidos por diferentes localidades como Villajoyosa, Calpe, Benidorm y Santa Pola. Esta nueva situación cambia el marco habitual de las regatas, pasando de ser meramente festivas entre peñas de amigos y marineros a competiciones entre las diferentes localidades del litoral. A partir del año 1955 se celebra en Benidorm la primera “Regata Nacional de Faluchos Mediterráneo”, organizada por la Falange del Mar. Altea contaba en ese momento con un equipo resistente y ligero que lo convirtió durante años sucesivos en el rival a batir, fueron los vencedores de la primera edición y otras posteriores. Aún habiendo cambiado el marco de las regatas, la tripulación de Altea estaba compuesta por jóvenes que faenaban en la mar. Tristemente y a pesar del impulso que parecían haber tomado estas competiciones, es a finales de los años 60 que la emigración escalonada alcanza su zenit. Nuestras localidades sufren una importante despoblación de jóvenes que buscaban en Europa un futuro más prometedor. A causa de ello, estas embarcaciones terminan prácticamente olvidadas, deteriorándose en las playas y puertos de nuestro litoral. No será hasta el año 1986 que nace un ilusionante proyecto creado desde la Federación de Remo y la Generalitat de nuestra comunidad para la recuperación a nivel federativo del llaüt o falucho.

Para ello, se restaura uno de los botes abandonados que presentaba mejores condiciones y se consigue sacar un molde. Surge a raíz de este proyecto una extensa generación de llaüts fabricados en fibra de poliéster fieles a sus predecesores. El Club Náutico de Altea con menos de una década de vida, conocedor del arraigo e importancia de este proyecto, no duda en adquirir una de estas nuevas embarcaciones apostando fuertemente por el rescate de este deporte. La Cofradía de Pescadores, entidad nacida de los propios marineros, adquirirá también otro bote de las mismas características. 1960. Embarcacion “La Burreta”.

Durante años sucesivos se entrenan en nuestro Club jóvenes que descubren una modalidad para muchos desconocida, habían pasado nada mas ni nada menos que 20 años desde la última regata. En años sucesivos y hasta el año 1992, equipos de diferentes categorías participan en la liga autonómica organizada por la Federación, obteniendo buenos resultados. Desde 1992 a 1999 no habrá actividad suficiente para asistir a las competiciones. Pero el Club Náutico de Altea siendo fiel a su política social que siempre le ha caracterizado, colabora con el Ayuntamiento desde

11


de poliéster continuase con el nombre de “falucho” o “llaüt valencià” y la nueva evolución pasaría a denominarse “llaüt mediterráneo”. En el año 2005 y con motivo de la primera edición del Campeonato de España en este nuevo bote, nace el llaüt mediterráneo, una embarcación con materiales de última generación como el carbono y kevlar, que hará que el remo sufra en el futuro una importante evolución a nivel técnico y competitivo. 1987. Equipos de remo del CNA las primeras ediciones en “els cursets d’estiu”, que se impartirán para los mas pequeños en remo de banco móvil. A partir del año 1999 el Club Náutico de Altea da un nuevo impulso a la sección. Se contrata un entrenador y se adquiere material para crear la que sería la base de la actual escuela de remo. Es el inicio de una época dulce que llega hasta nuestros días, en las que los diferentes equipos de competición alcanzan grandes hitos a nivel autonómico y nacional. En el año 2003 la Federación de remo de nuestra Comunidad crea una comisión de la que nuestro Club formará parte. En ella se establecen las características de una evolución del nuevo llaüt que tendrá como objetivo unificar el remo en el Mediterráneo de nuestro país. Uno de los puntos que generó más controversia fue cómo denominar la nueva modalidad. Se decidió que la embarcación

Una prueba más del interés de nuestro Club por esta modalidad, es la adquisición en marzo de 2008 de uno de estos botes construidos en el País Vasco. En la actualidad contamos ya con dos llaüts, “Sant Miquel I” y “Sant Miquel II”, y un falucho bendecido con el nombre de “La Mare de Déu del Carme” en honor a la protectora de los marineros. Y de esta manera, cogiendo el testigo de nuestra historia, es a día de hoy que podemos contemplar en una mañana de domingo a finales de junio una regata de llaüts en las inmediaciones del puerto de Altea, en homenaje a aquellos que hicieron de su trabajo nuestro deporte. Dedicado a un hombre de mar, Vicente Jorro Zaragoza, mi abuelo. Fuentes: D. Vicente Mulet Zaragozí. D. Antonio LLoret. D. Juan Vicente Martí. D. Vicente Pérez Alemany.

2008. Botadura del llaüt mediterráneo “Sant Miquel I”

12


KAYAK DE MAR de esos cazadores para adentrarse en mares helados y además enfrentarse a los grandes mamíferos árticos. Es por ello que el kayak es una embarcación perfectamente adaptada al medio acuático y a las condiciones que le rodean y que formaba el pilar básico de la supervivencia de aquellas personas.

Alberto Gaforio Nebreda

Economista Socio de Número 943 Vocal de Remo y Piragüismo del CN Altea. 2000-2010 Vicepresidente Segundo – Interventor de Fondos

E

l kayak es probablemente la embarcación en uso más antigua conocida. Su origen se atribuye a los primeros pueblos inuit o paleoesquimales que cruzaron el ártico y su nombre significa “ropa para andar en el agua”. Se dice que el kayak hay que ponérselo, no meterse en él. Para hacernos una idea más extensa, el anorak es la prenda que cubría el cuerpo del palista y cerraba la embarcación impidiendo la entrada de agua. Se construía con pieles de foca o de morsa que cubrían un armazón fabricado con trozos de maderas que recogían de las costas o de huesos de ballenas. Eran embarcaciones para una o dos personas, muy rápidas, y se dedicaban a la captura de animales marinos con arpón. Uno puede imaginar la valentía

14

Actualmente el uso del kayak se dirige al deporte y al ocio y se construyen con distintos tipos de materiales como madera, fibra, plásticos. Igualmente encontramos embarcaciones de una o más personas, abiertos o cerrados. El Club Náutico de Altea es la puerta de acceso a los deportes náuticos de esta ciudad y de gran parte del territorio cercano para la práctica deportiva del remo en piragua, los conocidos como kayaks. Fue a partir del año 2000 cuando se inició el aprendizaje de la técnica del paleo en el Club Náutico de Altea, a través de la escuela de kayak Palesimar, que dirigía Isabel Fiestas. Muchas personas se acercaban al Club a iniciarse. Al igual que en vela, remo o natación, el kayak se ofreció como práctica deportiva dentro de los cursos de verano que organizaba el Ayuntamiento de Altea. Un grupo de aficionados al kayak se organizaban todos lo fines de semana para compartir travesías y experiencias, con los primeros rayos de sol,


Pescador. Pueblo Inuit.

Antiguo Kayak. Pueblo Inuit. empezaban a navegar costeando hacia el Norte por toda la zona de la bahía de Altea hasta pasar el Peñon, o por la zona Sur, disfrutando de la Serra Gelada. Con el tiempo llegaron a organizarse mayores aventuras, con travesía más largas, incluso realizaron la vuelta a Cerdeña. En el año 2001 el Club Náutico de Altea pone en marcha, a raíz de a la afición que se está creando, la primera travesía en kayak organizada desde el Club. La salida se daba desde el Club Náutico de Calpe para ir costeando hasta el Club Náutico de Altea. La época en la que se realizaba era la más dura del año en pleno invierno. La travesía fue ganando adeptos, con la participación de otros clubes de la zona. Fue en la temporada del 2005 cuando equipos del Club Náutico de Altea participaron en pruebas autonómicas de Kayak. Glen Porn e Isabel Fiestas, destacaron en sus respectivas categorías, logrando

subir al pódium en varias ocasiones. El kayak ha continuado en el club Náutico de Altea; a día de hoy son más 40 kayaks los que tienen en el CN Altea su puerto base y aprovechan sus instalaciones para realizar el invernaje, mantenimiento, endulzamiento y sobre todo, la cómoda botadura y varada de las embarcaciones a través de las rampas habilitadas para las pequeñas canoas. Actualmente, la travesía en Kayak ha cambiado al mes de junio y forma parte de las actividades de las jornadas medioambientales. Con estas embarcaciones ligeras y manejables se accede a los lugares más representativos y recónditos de nuestra costa con la intención de participar en las campañas de recogida de residuos y basura que se acumula en lugares poco accesibles desde tierra, convirtiéndose de nuevo en un pilar básico de la supervivencia del medio.

2008. Travesía Kayak a Calpe del CN Altea

15


VELA INFANTIL un detonante para explotar esas características inmejorables; el año 1989 vio nacer la Escuela de Vela del Club Náutico de Altea como entidad propia, una entidad que no sólo se restringiría a los cursos de verano, sino como un proyecto continuo de formación y especialización en el arte de la vela.

Marino Gil Amigo

Profesional de Servicios Náuticos y Deportivos Entrenador de Vela del CN Altea. 1989-2002 Coordinador de Actividades Deportivas del CN Altea. 2002-2008

H

ubo una época en la que el Club tenía una sola lancha neumática (una Duarry posteriormente rellena de espuma), el “Salvador” poseía sus motores originales y era amarillo, los barcos de la escuela eran de colores dispares y jugábamos al fútbol en la cancha de la entrada; una época en la que la inquietud por la vela como deporte fue tomando forma, y más aún, un ánimo de acercar el mar al pueblo de Altea. Si bien se organizaban cursos durante los veranos, e incluso algún regatista a título particular se desplaza a las pocas competiciones que se celebraban en el panorama valenciano, fue en el año 1989 cuando surge la imperiosa necesidad de dar un paso más, de ofrecer ese acercamiento entre alteanos y el Mediterráneo a todo aquel que sintiera la inquietud de deslizarse por las tranquilas aguas de nuestra Bahía impulsado solamente por la fuerza del viento. La Bahía de Altea ofrecía las condiciones de mar, viento y un entorno propicio para ello, si, pero se necesitaba

16

Como todos los comienzos, este proyecto tampoco fue fácil; los pocos medios con que se contaba, las nuevas directrices de una escuela continua y la apuesta por un técnico novato fueron las primeras piedras necesarias para lo que hoy puede considerarse una de las escuelas punteras de la Comunidad Valenciana. Ese verano de 1989 ofrecía una cantera de primera categoría para el futuro de la escuela, una oferta nunca antes vista en Altea proyectada desde los cursos impartidos ese verano; y de la noche a la mañana el mar se vistió de velas blancas (y de algunos colores, quien no recuerda las franjas verdes, naranjas y amarillas de aquellos primeros Optimist) en las mañanas de los sábados y los domingos. Comenzaba la trayectoria de éxitos posteriores del Equipo de Regatas del Club Náutico de Altea. Para poder entender la evolución de este proyecto, hay que diferenciar dos áreas bien definidas dentro de la Escuela y que a lo largo de los años ha dado tan buenos resultados: la Escuela de Verano, cantera inmejorable de niños, y los Equipos de Competición. Los Cursos de Verano han servido sobre todo para ese acercamiento antes mencionado entre pueblo y mar; a parte de los particulares, los acuerdos con el Ayuntamiento con los Cursets d’Estiu han propiciado que miles de niños de entre 8 y 16 años se suban


por primera vez en un barco, en un barco a vela, y no solo eso, ¡que sean ellos los capitanes!. La estrategia docente impulsada por el Club dio sus frutos desde el primer año y las colas de espera para poder optar a una plaza veraniega fueron una constante en los veranos sucesivos. Como segundo paso se ofrecía a un grupo más reducido la posibilidad de seguir navegando durante todo el año y prepararse para competir; ardua tarea convencer, sobre todo a las madres, que se podía navegar en noviembre, febrero o abril, pero aparecieron los primeros neoprenos de niño, los escarpines y un sinfín de pequeños navegantes que alegraban las mañanas del fin de semana en el Club. Todo aquel proyecto creció muy deprisa, los veranos se llenaban y los inviernos ofrecían lo que prometían, frío y esfuerzo, pero la Escuela, con mayúsculas, pronto dio sus frutos y los Equipos de Competición del Club Náutico de Altea se hicieron un sitio en el emergente y disputado panorama de la vela valenciana. Aún se recuerdan aquellos primeros desplazamientos, con los Optimist de la escuela, con el padre solidario que prestaba su vehículo y remolque para acudir a las distintas regatas que se organizaban, pues se disponía aún de poca infraestructura, aquellos primeros triunfos de niños que navegaban rápido porque sí, porque lo llevaban en la sangre, y las innumerables horas de entrenamiento contra viento y marea. Los materiales particulares fueron evolucionando y el esfuerzo de unos padres que observaban con cautela al principio, y con regocijo después, el cambio que experimentaban sus hijos al convertirse en regatistas, siendo más sociables, mas responsables y mas felices al fin, hizo que la flota particular se renovara para poder estar a nivel en las regatas. El Club Náutico de Altea no se achicó entonces y también con esfuerzo se renovó, amplió y mejoró toda la infraestructura de la Escuela de Vela. Fue entonces, a mediados de los 90, cuando llegaban los primeros éxitos, los primeros trofeos, la diversificación

1996. Equipo Comunidad Valenciana en la Copa de España. Menorca

1995. Equipo de Optimist CNA. Semana náutica de Alicante de clases, siendo el Club Náutico de Altea uno de los pioneros en la clase Laser y manteniendo la supremacía a nivel de competición en la Comunidad Valenciana en esta clase durante muchos años. Todo ese esfuerzo se completaba con los Campeonatos Nacionales, tanto en regatistas como en técnicos, formando parte de los sucesivos Equipos Autonómicos y cosechando metas deportivas; el cuerpo técnico era ya un referente en el panorama valenciano, ya formado y con experiencia gracias al Club, colaborando en muchas ocasiones con la Federación de Vela de la Comunidad Valenciana. Era algo natural que el Club Náutico de Altea comenzase a organizar sus propios eventos, desde regatas locales, pasando por pruebas autonómicas, hasta campeonatos de España, incluso pruebas internacionales, y los estamentos que mandan pronto confiaron parte de su desarrollo en el calendario de regatas al Club Náutico de Altea, que se había hecho un hueco entre los grandes. Esta explosión de la vela en Altea llevó a más diversificación, con clases como el Tornado, el Flying Duchtman e incluso la vela Radiocontrol, con más triunfos y logros que caían en las arcas alteanas años tras año, pero siempre manteniendo su esencia de escuela, de formar no solo regatistas, sino navegantes y personas. Y todo ello hasta hoy día, cuando la Escuela que mantiene una identidad apenas esbozada en aquel lejano año de 1989 pero adaptada a los tiempos que corren goza de una salud inmejorable; han pasado niños, algunos no tan niños, cierto, han pasado técnicos y directivos, e innumerables competiciones a lo largo de estos años. Se ha pasado de formarse para un sobrevivir a formar técnicos que soportan la carga de la escuela y de los eventos, una independencia que hace que la Escuela de Vela del Club Náutico de Altea siga siendo un referente, tanto cualitativo como cuantitativo, a nivel nacional.

17


VELA LIGERA

Roberto Sevila Botella

Profesional de Servicios Náuticos Socio Número 512 del CN Altea Entrenador de Vela del CN Altea: 1981-1987 Vocal de Vela del CN Altea: 1990-1995 | 1998-2008

E

l artículo 3 de los estatutos del Club Náutico de Altea dice: “la modalidad deportiva principal que practica el Club Náutico de Altea es la vela”.

La primera regata de vela ligera realizada por el Club Náutico fue en Julio de 1979 en las fiestas de San Pedro, justo delante del paseo. Fue una regata multiclase en la que participaron todo tipo de barcos fuere cual fuere su nivel. Todo lo que flotaba que estuviera varado en la rampa de vela ligera se fue al agua. Ya por la noche, en la verbena del pueblo se hizo la entrega de premios. Poco a poco el equipo fue tomando forma y con la ayuda de la escuela de vela se fue nutriendo de regatistas locales. La misión y el objetivo del CN Altea siempre ha sido y es nutrir todas las clases de vela de competición apoyando el deporte de base a través de

18

la magnífica labor de su escuela de verano. Cada año, tras finalizar los cursos de iniciación, los alumnos más interesados pasaban a formar parte del equipo de regatas del Club y continuaban su formación el resto del año de manera gratuita. Al llegar a los 15 años, estos niños debían abandonar por ley la clase infantil y comenzaban entonces a perfeccionarse en la vela ligera. La inmensa mayoría eran niños del pueblo de Altea a los que el Club Náutico abrió sus puertas y sin los que nunca se hubiera podido formar este magnífico equipo de regatistas. Y todo esto sigue en nuestros días. Aquí empezaron a navegar Alfonso Saura, Rodrigo Álvarez, la familia de María, López, Lorente, Miguel y Javier Zaragoza, familia Mira,Ramón Júneman ó Jerónimo Almaráz entre otros. Muchos de ellos, años después, hicieron de su pasión su profesión. El Club Náutico de Altea ha sido siempre pionero en muchas disciplinas de la vela en España y en la Comunidad Valenciana, como las regatas en Solitario, A Dos y entre ellas, fue el primero en introducir la clase Láser cuando prácticamente era una clase desconocida en España, una embarcación divertida, pero muy exigente físicamente y de tipo solitario aparejado con solo vela mayor. Nunca nadie imaginó que algún día sería Olímpica. El CN Altea fue el primer club que contó en su escuela con dos Laser. De hecho, el club continua celebrando la regata posiblemente más antigua de esta clase en toda España, el Trofeo Open Bahía de Altea.


1984. Trofeo Villa de Altea. Laser. Aquí destacaron en multitud de campeonatos de España y Autonómicos Alfonso Saura y Jerry Vinkenstein, seguidos después por los hermanos Bataller, Orión García, Fermín prieto, Juan Carlos Herrero o Michel Majón. En los años ochenta cuatro familias socias del club compraron varios Vaurien para sus hijos, el “Jami”,“Catesmil”,”Barbara” y el “Melocotón” de Ramón Júneman. Este barco, a diferencia del Laser, es doble y cuenta con otro tipo de velamen, siendo más técnico. Aquí se inició otra época muy interesante en la clase Vaurien con una participación muy activa en la que poco despues se incorporaron nuevas unidades y regatistas como Pablo Mira ,Carlos y Peporro Lopez. Poco después, en los años ochenta, empezaron a aparecer los primeros 470, categoría en la que destacaron las hermanas Gomeza que obtuvieron un 3º puesto en el Campeonato de España femenino. En los años noventa el Club empezó a apoyar la clase catamarán. Varios regatistas de Benidorm solicitaron entrar a formar parte del equipo de regatas del club y trajeron tres Tornados, una embarcación con dos cascos para dos tripulantes, técnica, veloz y durante muchos años Olímpica. Destacaron en esta clase la tripulación de Phillipe Dupiereux y Sara Janini representando al club en numerosos campeonatos de Europa y del Mundo. 1996. Campeoanto de España de Catamaranes en el CNA.

1990. Campeonato de España de Vaurien en el CNA. En la clase Hobie Cat 16, otro catamarán doble, más sencillo que el Tornado pero muy divertido y posiblemente el cata más difundido del mundo, con miles de embarcaciones navegando por todos los rincones del planeta, Rodrigo Álvarez y Jerónimo Almaráz ,terminaron terceros en el Campeonato de España de catamaranes celebrado en aguas de Altea en el año 1999 . A finales de los noventa resurgió en España la clase Flying Dutchman de la mano de Ginés Romero, quien como secretario de la clase y regatista del CN Altea hizo una labor encomiable para reflotar la clase que había desaparecido desde que dejó de ser olímpica en el año 1992 en los Juegos Olímpicos de Barcelona. Con su tesón, trabajo y dinero reflotó la clase e hizo del Club Náutico de Altea el centro del Flying Dutchman hasta nuestros días, llegando a conseguir más de veinte unidades navegando en toda España. Innumerables campeonatos de España, Copas y Eurocups se celebraron en nuestra bahía hasta que en el año 2012 el CN Altea organizo el Campeonato de Europa con muchísimo éxito de organización y participación. Aquí destacaron Manolo Monterde, Sebastián Sánchez, Marino Gil, Álvaro Arroyo, Jose Sanchez ó Marco Sevila. No quisiera finalizar este recorrido por la historia de la vela ligera en Altea sin antes dar las gracias por los acuerdos entre el Ayuntamiento de Altea y el Club Náutico para la organización de los cursos de verano que tantos nuevos amantes de la náutica nos han dado, porque sin ellos toda esta trayectoria de más de 30 años no hubiera sido posible. Y por supuesto, tampoco lo hubiera sido sin todos los citados anteriormente y muchísimos más que se me quedan en el tintero y a los que pido disculpas por ello, son todo gente y familias de Altea.

19


VELA DE CRUCERO Pero muy pronto los de la vela empezamos a conquistar nuestro espacio, y en los pantalanes comenzaron a aparecer palos de veleros y el Club comenzó a estar presente en las revistas de náutica por la participación en regatas de barcos, tripulantes y patrones que regateaban bajo la grímpola del Club.

Ángel Roquero Caparrós

Socio de Número 31 del CN Altea Vocal Coordinador de Vela del CN Altea. 2005-2011

H

ace 40 años partíamos de cero, un puerto limpio, con playa, en el que convivían fondeados a la gira los pesqueros de Altea y las cuatro motoras de las familias que veraneábamos allí.

En ese precioso puerto nace el Club Náutico por la iniciativa y empuje de Paco y Salvador Orozco, Rafael Bravo Morata, Rafael Bellod, Vicente Miro, Honorio García, Ambrosio Sevila, mi padre y otros tantos mas amantes de Altea y de su mar. Ninguna tradición de vela deportiva, los que muy jóvenes navegábamos y regateábamos ya, lo hacíamos en Alicante, Valencia, Palma, Dénia o Javea. Altea era mas de barcos de motor por una poderosa razón, los Astilleros Orozco, que construían los barcos mas bonitos y marineros de España, y que como es lógico la mayoría de los impulsores de nuestro Club eran orgullosos propietarios de alguno de sus modelos. De esa manera, los primeros pantalanes del Club eran el mejor escaparate del Astillero.

20

Quiero mencionar a todos los que desde aquellos primeros días, navegábamos como armadores, tripulantes o patrones, no quisiera olvidar algún nombre porque gracias a todos ellos, el Club ha podido recorrer estos 40 años de actividad en la vela de crucero, en la que tanto a niveles personales como a nivel de club, se han alcanzado muchos triunfos y mucho prestigio en el mundo de la vela. Si alguno se me olvida mis disculpas por anticipado. Hay un cierto orden cronológico, sin demasiado rigor, de todos estos navegantes y regatistas, así como de sus barcos en el caso de los armadores, algunos ya fallecidos, todos buenos compañeros en el mar y muy competitivos en regata, como dicen los anglosajones, unos gentleman sailors. 1984. Trofeo Villa de Altea.


Mi primer recuerdo es para Pacorro Orozco, fallecido hace varios años en plena juventud y que navego conmigo en varias ocasiones, pudo haber sido un gran navegante. Tiste Orozco, un gran tipo, ha navegado y navega mucho como patrón y tripulante, lo hizo junto a Roberto Sevila en el Caroche en el año 1988 participando en la Vuelta a España con la grímpola del Club. Quedaron segundos. Por primera vez un barco del Club participaba en una regata tan importante, televisión diaria, radio en la Ser en directo todos los días, una de las regatas de este país que tuvo mas repercusión mediática. Ya estaba allí el nombre del Club. Yo participe en aquellas regatas junto a Pedro Campos y Jane Abascal con el Banco Atlántico, se había conseguido que una etapa terminara y saliera de Altea. Todo aquello iba creando mucha afición. Roberto Sevila, quien no conoce a Roberto, todo el día en el mar y en el Club. Primer ganador de las 200millas junto a Antonio Puig, se ha perdido muy pocas 200, sus barcos el Chicharro un Furia 37, yo tuve uno igual, y el Lubi un Bavaria 44. Javier Bravo-Morata, hizo largas travesías que ha relatado en sus libros, tenia un gran barco que el mismo construyo en acero. El Mango. Navegamos juntos en mi barco varios años. Rafa Bravo-Morata, fallecido muy joven, un gran amante del mar y de sus amigos, su barco el Kophra de acero para hacer largos cruceros. Navego mucho conmigo en un Puma 26 que yo tenia en los finales de los 70, un temporal en Formentera nos subió el barco a las dunas de Espalmador, se portó como un gran compañero en una situación muy difícil. Pipo Zaragoza, un gran aficionado que además de regatista, impulso decisivamente la vela del Club como vocal y Presidente del Comité de Vela, fallecido en el año 1986. Su hijo Miguel regatea desde hace años con su barco El Negrete un Brenta 24. Antonio Puig, uno de los viejos regatistas que aun sigue peleando en las regatas de los 5 Clubs, yo le he conocido un Falcon 9.2, un Belliure 39 y dos Dufour. La primera edición de las 200 millas la ganó con el Belliure 39, Jestos. Agustín Hurtado, el famoso Tío Nico, un precioso Carter 42 con el que corrieron numerosas regatas en las que siempre estaban en los puestos de arriba. Ahora también hay un Tío Nico que lo navega su hijo. Alfonso Saura, muy buen regatista de vela ligera, navego mucho conmigo, muy buen trimmer de spi. Fue monitor en el Club. Fimme Honstrat, armador de Walbis, un First 35 con el que naufrago por la caída de un rayo. Nunca se retiraba de una regata. Daniel Campagne, siempre navegó con muy buenos barcos y era un duro competidor, recuerdo el Avatar, un Furia 37, el Sweety un X41 y un First 51 regata, el Platon, un barco precioso gemelo del La Poste, que participo en una vuelta al mundo. Antonio Escribano, debe ser de los que mas millas lleva en el cuerpo, recuerdo El Almendro, un Carter 42 con el que participó en La Ruta del Descubrimiento en el 92 junto a Antonio Jorquera, ha tenido muchos barcos, el David, el Font Vella, el Fortuna, el Marina. Eduardo Méndez, navegante incombustible!, además de no perderse una regata, ¡hace los transportes!, hemos regateado juntos mucho y para mi ha sido siempre uno de los mejores compañeros, su barco el Quimera. José Luis de María, otro de los viejos que no se pierde una regata, también ha tenido unos cuantos barcos, Somo 31, West Wind 35, First 35 S 5 y ahora un Jeaneau 42, y seguro que ya estará pensando en otro Waikiki, pues a por el.

José Antonio Martínez, armador de la saga de los Rocinantes, empezó con un Falcon 9.2, después un Belliure 39 y como es un manitas se construyo el mismo el MF 42 y el MF 43, dos pepinos que corren como diablos. Además gana un montón de regatas y tiene hijos que regatean con el, eso si que es una suerte. Francisco Lledó, el Ares, primero un Brisa40 y después un Dinamic 47, era asiduo de las regatas de 5 Clubs. Enrique de León, padre e hijo, no fallaban en una sola regata y lo hacían muy bien, sus barcos el Merito un Furia 37 y el Mas Merito un Furia 44. Cristina Herrero, en el año 92 el Club tenia un pequeño crucero, el Halcón Maltés, patrocinado por Caixaltea, en el que regateaba una tripulación totalmente femenina patroneada por Cristina. Este mismo barco también lo navegaban otros socios deportivos, Carlos López, Álvaro Arroyo, Sebastián Sánchez. Fue la primera y única experiencia de un barco cedido por el Club a sus socios deportivos y con muy buenos resultados. José Rius, aunque ahora navegue en motora, lo que le gusta mas es la vela y la regata, navego muchas regatas conmigo y tengo unos buenísimos recuerdos de aquella época en la que también venia de tripulante Inés, su mujer. Con su velero el Fandango navegó muchas millas con toda la familia, los hijos Laura y José también regatistas. José hijo, hoy profesional de la construcción de grandes veleros. Ricardo López, El Aspirino, no se puede olvidar al Aspirino, ya fallecido, armador de cuatro barcos con los que regateó y navegó muchos años. Robin Imaz (padre), empezó hace muchos años navegando y regateando con sus hijos en un Oceanis 35 el Dale Andar, debió hacerlo muy bien y enseñarles mucho, porque ahora los dos son unos buenísimos regatistas, en concreto Robin (hijo) regatea en un RC 44 ganador del mundial en el 2016, y en J 70, segundo en el europeo 2017. Su barco actual es un Dufour 36 regata. Fernando Pi, su barco mas famoso el Puedo Mas, un Visiers 49 muy bonito, mas de crucero que de regata. José Manuel de Nicolás, un apasionado del mar y una gran persona que ha fallecido hace muy poco, navegamos mucho juntos y participo en muchas regatas con sus barcos, todos llamados Libertad. Miguel Ángel García o mas conocido como Miguel el de La Plaza, un regatista duro como el pedernal, no se retira nunca, sus barcos El Limbo, actualmente tiene un precioso XP 44. Carlos Gilardi, fallecido, durante muchos años regatista con sus barcos llamados Sea Horse. Francisco Muñiz, un ejemplo de lo que es un caballero en el mar y en las regatas, buen regatista y navegante, primero con el Petrovich un Yamaha 36 que antes perteneció a Rene Huys, muy bonito y ahora con un First 36,7. Rodrigo Álvarez, para mi Rodrigo es uno de los puntales mas importantes que ha tenido el Club en el mundo de las regatas. Siempre navega bien, es un magnifico patrón y tripulante y es de los pocos que sabe leer el campo de regatas. Hemos navegado juntos muchos años y hemos ganado muchas regatas, sin el no lo hubiera conseguido. Alex Ferrari, ya lleva unos cuantos años en el mundo de las regatas, sus barcos los Blue Ferrari,consiguiendo muy buenos resultados en regatas de alto nivel. Thierry Lallemand, el Guaguanco, es de los regatistas que se incorporó en los últimos años al Club y cada día lo ha ido haciendo mucho mejor, en el 2016 ganó las 200 Millas con su hijo y quedo Campeón de España a 2. También me han dicho que su hijo va a ser mejor regatista que él, enhorabuena.

21


Con todo aquel grupo de personas y el apoyo de las diferentes directivas de aquellos años, nacieron las principales regatas organizadas por el Club Náutico de Altea, y que básicamente son las principales regatas que mantiene actualmente el Club. La primera regata de cruceros se celebro en el año 1984, era el Trofeo Villa de Altea, que en su primera edición se hizo en el mes de julio, pasándose para las siguientes ediciones a septiembre en el año 86. En 1986, siendo Comodoro del Club Javier Bravo Morata, se estudia y plantea la creación de las 200 Millas a dos. En aquellos años y ya en la década anterior, en el mundo de la vela de crucero en Francia, país que junto a Inglaterra ya contaban con una enorme expansión y popularización de la vela deportiva, se promueven muchas regatas con tripulación reducida, navegantes solitarios y a dos que realizan desafíos admirados por la vela mundial. En España, se promueve en aquella época alguna regata de este tipo en la zona norte mediterránea, pero es la visión del Club Náutico de Altea, quien con el diseño de una prueba de 200 millas de navegación de altura pasando por las Islas, con dos tripulantes y en pleno invierno, “acierto al pleno”, y crea una regata del máximo prestigio por su dificultad y dureza. Desde la primera edición en febrero de 1987 con una participación de 10 barcos, hasta la 28 edición del año actual con 29 embarcaciones, la regata se ha mantenido con los mismos niveles de calidad y prestigio de las tripulaciones y barcos participantes. Los ganadores de esta ultima edición fueron los mallorquines Matías Gil y Félix Comas con un J 35, el Blue Flag. Hoy podemos decir en el Club que las 200 son un referente en la vela de crucero de nuestro país. En 1999, y con una filosofía semejante a las 200 millas, se crea el Trofeo Solo, regata con un solo tripulante que se celebra durante ocho ediciones, del 99 al 2006. El Comité de Vela estimó que era preferible volcar todos los esfuerzos en una sola regata con tripulación reducida, las 200 millas, y quitar el Trofeo Solo del calendario.

22

1994. Salida 200 millas a2. los participantes de las 200 puedan correr esta prueba. Esta es una regata a tripulación completa en la bahía de Altea. Trofeo 5 Clubs, estas regatas que comenzaron llamándose las Tres Bahías, Moraira, Calpe y Altea, se celebran desde finales de los 80 y son desde mi punto de vista uno de los mayores aciertos que se han realizado entre los Clubs de nuestra zona. Organizadas en colaboración por los Clubs de Moraira, Calpe, Campomanes, Altea y Villajoyosa, son regatas de tripulación completa, con bastones y recorridos costeros, que se celebran 9 fines de semana a lo largo del otoño, invierno y primavera. Son el mejor sistema de entrenamiento y disfrute para todos los barcos de nuestra zona, ya que cada regata va rotando por cada uno de los Clubs y por tanto en campos diferentes. Estas regatas permiten enseñar a nuevos tripulantes así como incorporarse a nuevos armadores de todos los Clubs. Cuando yo regateaba, era el único entrenamiento y sistema de selección de tripulantes que podía hacer. Hoy me parece que sigue siendo también el único.

Desaparece el Trofeo Villa de Altea, pero se crea el Trofeo de La Hispanidad en 1996, regata para cruceros con tripulación completa, y que se desarrolla con triángulos y bastones en la bahía de Altea.

Trofeo Almadraba, es la mas reciente regata creada en el Club, este año se celebra la cuarta edición en octubre, con un recorrido costero de 40 millas, en el que pueden participar barcos en Solitario, a Dos y con Tripulación completa. En mi opinión una excelente opción para todos los regatistas de la zona.

En el año 2000, se decide cambiar el nombre del Trofeo de la Hispanidad por el de Trofeo Memorial Presidentes, en recuerdo de los presidentes fallecidos del Club, y mover la regata de octubre al primer fin de semana siguiente a las 200 millas, con el objeto de que

Por ultimo y en lo que se refiere a regatas quiero recordar una de las pruebas mas atractivas y bonitas que teníamos en la zona, el Campeonato Territorial que se celebraba en Semana Santa en el Club Náutico de Moraira desde el 1987. Desafortunadamente desde el


2002 ya no se celebra, pero todos los viejos regatistas lo recordamos como una de las semanas de regata mas competitivas y de mas nivel en nuestra zona. Durante todos estos cuarenta años el Club ha tratado siempre de ayudar en la medida de sus posibilidades, a los barcos que bajo su grímpola participaban en regatas, bien dándoles servicios de varadero y limpieza de fondos, o bien con pequeñas ayudas para desplazamientos a regatas del circuito. Así mismo ha sido de gran ayuda la existencia de la figura del socio deportivo, que ha permitido a mucha gente joven acceder a este deporte. También considero muy importante resaltar, que la Seguridad en todas las regatas organizadas por el Club, ha sido siempre un objetivo prioritario y que gracias a ello nunca se ha producido un problema destacable. Los equipos de organización de las regatas y el personal de marinería siempre se han volcado para ello. Quiero finalizar este articulo, tocando el punto débil y en opinión mas grave que sufre la vela de crucero en nuestro Club y en nuestra zona, la falta de tripulantes. Este es un problema que yo he vivido y que ha ido creciendo en los últimos años. Yo comencé a regatear con un programa serio de participación en las pruebas mas importantes en España en el año 1995, llevando siempre barcos competitivos y con una tripulación casi en un cien por cien del Náutico de Altea. Mi problema, desde aquel año hasta el 2001 en que me retire de la competición a ese nivel, nunca fue ni el barco que llevaba, ni las velas, ni el esfuerzo de comenzar la temporada en mayo en Barcelona y terminarla en octubre en Canarias. Ni tampoco el caña o el táctico que subía en cada regata, mi problema eran los 10 o 12 tripulantes que tenia que fichar para cada regata. Y digo para cada regata y no es ninguna exageración. Y si entonces era así, ahora me consta que es aun mayor. No hay gente joven que quiera subirse a los barcos. Donde puede estar el problema, yo creo que una buena parte está en la formación y en el programa de las escuelas de vela, así como en los tipos de barcos de vela ligera empleados. La formación de los niños en Optimist es magnifica y de ella salen los campeones, eso es indiscutible. El problema viene en el siguiente paso, cuando el niño deja el Optimist y hay que abordar la decisión de a que barco puede pasar, a un Laser y seguir navegando en solitario, o a un Vaurien o un 420, y empezar a darse cuenta de lo fantástico que es navegar en tripulación, usar un spi y empezar a decantarse

Perseo Copa del Rey Palma. como patrón o tripulante y táctico. Me consta que en la escuela de nuestro Club se ha comenzado a potenciar la vela ligera en barcos de dos tripulantes. Esos chavales que tomen la segunda opción, entenderán mucho mejor lo que es la competición de crucero y se sentirán atraídos por empezar a subirse en ese tipo de barcos. No quiero dejar de exponer una idea que tengo en la cabeza desde hace años, y es que los clubs deberían empezar a pensar en la forma de montar flotas de barcos de poco coste, pero idóneos para regatear con poca tripulación, como por ejemplo los J80, donde los chavales estarían encantados de navegar con patrones senior y aprender a regatear. Para este sueño creo que lo necesario es tener la voluntad y la imaginación suficiente para trabajar en encontrar formulas de patrocinio y financiación. Hace años en algunos clubs se llevaron a cabo operaciones como la descrita y les dio muy buenos resultados. Y para terminar compartir un ultimo deseo de todos. Que pronto dejemos de pelear por la concesión y nos dejen seguir navegando y creando regatistas en nuestro maravilloso Club. Ahora solo navego con mi familia y los buenos amigos en el viejo Perseo XVII. Ángel Roquero, socio fundador del Club, comencé en la vela ligera regateando en Vaurien y 470 al tiempo que navegue durante 5 años en la escuela de vela Les Glenans en la bretaña francesa, e iba de tripulante en cruceros. Armador desde el año 1975 de los Perseos. Alguno de mis mejores recuerdos son varios primeros en el Trofeo La Reina y Trofeo Almirante Sánchez Barcaiztegui en Valencia, los Peñones de Ifach de las Calpe Formentera, el Catavinos de plata del Sherry, primero en el Trofeo Príncipe de Asturias en Gran Canaria, segundo en dos Copas del Rey de Palma, Perseo primer clasificado en la Regata por Equipos en la XX Copa del Rey y primero como tripulante del Movistar, Campeón Autonómico, ganador de la Triple Corona (Trofeos Zegna, Freixenet y Conde de Godo) en Barcelona, Campeón de España de Cruceros en el 2001. Miembro del Sindicato de Copa America en el 92 (San Diego), 95 (San Diego) y 2000 (Auckland). Asesor del Telefónica en las tres primeras ediciones de la Volvo Ocean Race.

23


PESCA DEPORTIVA Es a partir de 1984 que se instauraron los Trofeos Navidad, Presidente e Hispanidad de Pesca, donde los socios del Club podían competir en su afición y destreza de la pesca deportiva en la Bahía de Altea. A nivel oficial, en 1985 la Federación de Pesca encarga al CNA la organización del Campeonato Provincial de Pesca de Embarcación que resulta un éxito de organización y deportivo. Joaquín Rodríguez de Vera Chaves

Socio de Número 143 del CN Altea Vocal de Pesca Deportiva del CN Altea. 1982-1984 Vocal de Pesca Deportiva y Remo del CN Altea 1988-1995 Secretario y Vocal de Pesca Deportiva del CN Altea

L

a Pesca Deportiva en el Club Náutico de Altea ha tenido siempre una actividad notable con verdaderos aficionados conocedores del arte de la pesca en todas sus modalidades.

El año 1983 se celebra el primer Trofeo Social de Pesca al Chambel, después vinieron los de Curricán, y así se han ido sucediendo todos los años las competiciones en las que muchos socios participaban, algunos con más suerte o maña que otros, pero todos con espíritu de camaradería y deportividad. Nadie ganaba o perdía, era una reunión de amigos de la Pesca con el ánimo de pasar una mañana en el mar y después celebrarlo todos juntos en el Club entorno a unas viandas. Compartir el típico coloquio “chispeante” de quien había pescado más o menos, pero ¡ojo!, siempre teniendo bien cuidado en no desvelar sus señas de pesca, era el mayor secreto entre los pescadores.

24

Se presentan 69 participantes de 23 clubes de la provincia. El CNA participa, previa competición local clasificatoria, con un equipo formado por los socios Juan Miguel Yribarren, Jose A. Gomez, y Joaquin Rodriguez de Vera, quedando por Clubs en sexto lugar y noveno en individual. En 1989 se celebran los Trofeo Interclubs de Curricán y el que fue el gran éxito de organización, asistencia, deportivo, y social, el Trofeo Amistad de Curricán, compartido con el C.N. Santa Pola. Se realizó una manga en cada zona, con la colaboración de sus dirigentes Luis Brotons, y Miguel Cuervo. Un Trofeo de Amistad que fue más que un éxito deportivo, se unieron lazos entre los dos clubes hasta el punto que las mangas en Altea eran reuniones de amigos con participación de todos los pescadores y su familias que les acompañaban, una camaradería digna del nombre de la competición, Amistad. Nuestro Club ha tenido, y tiene, buenos pescadores de Chambel y Curricán, que han demostrado su categoría en las participaciones tanto a nivel local como Nacional. Resulta difícil destacar ningún nombre en


1993. Primer Trofeo de Pesca en el CN Altea.

especial, pero se podrían citar como socios pioneros en las competiciones de pesca; Rafael Bellod, José Andrés Menendez, Jaime Solbes, Julian Mora, José Gómez, Enrique Rodríguez, Francisco Fresneda, José L. Benedicto, José Manuel Silvestre, Ambrosio Sevila, Francisco Lledó, Juan M. Yribarren, Román Zurutuza, J. Luis Montes, Manfred Stier, Ángel Roquero, José Corbalán, Joaquín Rodríguez de Vera, José Juan Caballero, Jaime Solbes, y algunos mas que la memoria no alcanza a recordar pero que participaban con la misma ilusión y armonía que el resto de socios. Mas adelante, la Junta Directiva del Club propuso invitar a los socios de la CUPA, amarres de la Generalitat, con la colaboración de su directivo Cristobal Pla, socio del C.N.A, a participar en las competiciones del C.N.A y se enriqueció substancialmente el numero de embarcaciones y participantes en los trofeos de pesca del Club en un ambiente de camaradería muy agradable y familiar. En lo que respecta a competiciones oficiales, el C.N.A ha participado y obtenido premios importantes, entre los que se encuentran: 1985 Altea. Campeonato Provincial. Equipo del CNA, 6º. 1987 Denia. Campeonato Provincial. Equipo del CNA, Sub-campeón. 1991 Torrevieja. Campeonato Provincial. Equipo del CNA, Campeón. 1991 Burriana. Campeonato de España. Representante del CNA, Campeon de España absoluto y Pieza Mayor. 1992 Alicante. 5º Centenario Ciudad de Alicante. Representante del CNA, Pieza Mayor. 1996 Torrevieja. Campeonato Provincial. Equipo del CNA, Campeón.

Concurso Pesca al Currican. A partir de 2008, con Álvaro Arroyo a cargo de la Dirección Deportiva del Club y con la supervisión del Vocal de Pesca, se organizan competiciones de Pesca al Chambel, en modalidad de liga y de única manga, de Curricán de costa y de altura e Infantil, sucesivamente hasta el día de hoy. La respuesta de los pescadores, con la CUPA incorporada, a las competiciones del C.N.A siempre han sido celebradas. Cabe destacar el agradable ambiente en los desayunos en la firma de salida, y la presencia de pescadores, familiares, amigos y visitantes en torno al pesaje de las capturas. Y sobretodo, en la entrega de trofeos donde asisten familiares de los participantes en una comida impregnada de ambiente marinero, deportivo y social.

Concurso Pesca Infantil.

25


ASAMBLEA

General Extraordinaria Los socios del Club Náutico de Altea respaldan a la directiva y asumen el aumento de cuotas “Multitudinaria, intensa y muy enriquecedora”. Así define el presidente del Club Náutico de Altea, José Román Zurutuza, la asamblea general extraordinaria de socios celebrada la mañana del pasado 19 de agosto para debatir sobre el futuro de la entidad, después de que el Consell decidiera multiplicar por siete el canon anual para seguir gestionando las instalaciones, medida que estrangula sus cuentas y obliga a adoptar medidas impopulares y de urgencia. Todas las sillas ocupadas, gente siguiendo el desarrollo en pie o sentada en el suelo, y mucha expectación. La Asamblea general se desarrolló por espacio de varias horas, en las que todos expusieron sus puntos de vista, coincidentes al menos en una cosa: calificar de “inexplicable” e “insensible” la actitud del Gobierno autonómico, para el que parece primar únicamente el aspecto técnico-portuario de las instalaciones náuticas, “y no la trayectoria deportiva, social y medioambiental de los clubes náuticos valencianos”.

26

Los socios del club aprobaron la subida de cuotas y tarifas de servicios aplicadas desde el mes de julio, y asumieron que las cantidades deberán subir más para hacer frente al pago del canon “desproporcionado” impuesto por el Consell. Respaldaron un ajuste de gastos generales y deportivos, y comandaron a la Junta Directiva para estudiar nuevas propuestas innovadoras que posibiliten ajustar gastos, ampliar ingresos y, paralelamente, mantener el nivel competitivo de los equipos deportivos. ALTERNATIVAS DE SACRIFICIO La Asamblea pidió a sus directivos que, de cara a los presupuestos del ejercicio 2018, elabore “varias alternativas de sacrificio” en aras de conseguir la supervivencia del Club. “Hay que seguir en la lucha por el futuro de este club naútico, perseverando en su nivel deportivo”, señala Zurutuza. Además de respaldar todos los recursos e impugnaciones planteados ante la Administración


Autonómica, los socios del Club Náutico de Altea reclamaron mantener la “dureza” en actuaciones “para conseguir que la Conselleria sea justa en sus planteamientos”.

También se ha aprobado incrementar las escuelas de verano para hacerlas más rentables, y se revisarán las ayudas directas que ahora se conceden a los deportistas que compiten en nombre del Club.

El recorte “notable” en gastos deportivos afectará a todas las modalidades y servicios. Se ha acordado cobrar a partir de ahora una cuota por servicios a los equipos, reducir su participación en eventos que no sean clasificatorios, e incrementar la captación de patrocinadores de actividades que reporten ingresos.

Pese a las serias dificultades que atraviesa en estos momentos, los socios del Club Náutico de Altea se mantienen firmes en una cuestión por la que es reconocido internacionalmente: hay que elevar el nivel de concienciación medioambiental en el ámbito náutico, ajustar la actividad deportiva y perseverar en la búsqueda de la excelencia de gestión portuaria.

27


José Miguel Jaubert, Presidente de CEACNA, con Joaquín Such, Gerente del CN Altea.

Los clubes náuticos sólo sobrevivirán si desarrollan su función

SOCIAL Y DEPORTIVA

Esta fue una de las principales conclusiones del III Simposio Nacional de Clubes Náuticos celebrado en Alicante al que acudió el Club Náutico de Altea.

E

l Auditorio de la Diputación de Alicante (ADDA) acogió los días 6 y 7 de octubre el III Simposio Nacional de Clubes Náuticos, organizado por la Confederación Española de Asociaciones de Clubes Náuticos (CEACNA), en el que se debatió sobre la gestión sostenible y los nuevos retos de estas entidades deportivas sin ánimo de lucro. El Club Náutico de Altea no quiso perderse este importante evento y acudió en representación Joaquim Such, gerente de la entidad, asistiendo a un completo programa de charlas y ponencias que se inauguraba a las 9.30 horas del viernes 6 de octubre, con la presencia entre otras autoridades de Josep

Vicent Boira Maiques, secretario autonómico de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio de la Comunidad Valenciana, quien quiso recalcar que “los clubes náuticos son muy relevantes para el Consell”.

29


El deporte es el valor diferencial de los clubes náuticos y, como tal, debe ser el eje sobre el que pivote el modelo de gestión de estas entidades sin ánimo de lucro que ocupan zonas de espacio público portuario mediante concesiones administrativas. Esta fue la principal conclusión del principal foro de debate nacional sobre gestión de clubes náuticos, entidades que gestionan 55.000 amarres y son las principales promotoras de la actividad náutica deportiva en España La Confederación Española de Asociaciones de Clubes Náuticos (CEACNA), organizadora del encuentro, consideró asimismo, tras dos intensas jornadas de debate sobre cuestiones legales y de gestión portuaria y deportiva, que los clubes juegan un papel fundamental en el desarrollo económico y turístico de las localidades donde se encuentran ubicados y que, sobre todo en los momentos de mayor dificultad (como la crisis económica), se han revelado como un modelo de éxito. Puertos del Estado reconoció durante el simposio la labor de vertebración social de estas entidades, así como su capacidad de integrar los puertos en las ciudades de una manera amable, y los calificó de “estratégicos”. Los gestores de clubes náuticos coincidieron en que es necesario concienciar a sus masas sociales de que su principal razón de ser es el deporte y de que, sólo a partir del desarrollo pleno de esta función, podrán conservar sus concesiones frente a empresas con las que no pueden competir en términos económicos. El momento en el que un club náutico se convierte en un simple parking de barcos pierde su valor diferenciador y, con él, el argumento de su permanencia. Carlos Domingo Soler, director general de Obras Públicas, Transporte y Movilidad de la Comunidad Valenciana, aseguró que las valoraciones de los puertos deportivos de esta autonomía han sufrido una bajada media del 37%, lo que en teoría deberá repercutir en las actualizaciones de los canones que pagan los clubes náuticos si éstos consiguen renovar sus concesiones. Estas declaraciones dan la razón al Club Náutico de Altea y al Recurso Administrativo presentado por esta entidad contra la cuantía del canon notificada el pasado junio.

30

Según explicó Domingo, las razones de este descenso en el valor de las instalaciones son diversas, y se refirió, entre otras, a la depreciación de las infraestructuras, la reducción de la ocupación y el aumento de los costes de la obra nueva. Los once clubes náuticos de la comunidad valenciana que se hallan a la espera de renovar su concesiones administrativa esperan que, a raíz del anuncio hecho por el responsable de obras públicas, la administración les rebaje el canon que están pagando por sus autorizaciones de ocupación temporal, calculados a partir de una valoración sobredimensionada de los puertos anterior a la caída del 37%. Carlos Domingo Soler explicó que dicha cuestión será resuelta por los servicios técnicos y jurídicos de la comunidad, al haberse presentado varios recursos al respecto. Este encuentro profesional es uno de los más relevantes del sector náutico, dada la implantación social de los clubes náuticos, que actualmente gestionan unos 55.000 amarres en toda España, generan 3.250 empleos directos, tienen un volumen de negocio en torno a los 400 millones de euros y son las mayores promotores de la actividad náutica deportiva en España. La CEACNA representa al 75% de los 196 clubes que hay actualmente en nuestro país a través de las asociaciones territoriales de Andalucía (Ceuta y Melilla), Galicia, Islas Canarias, Islas Baleares, Región de Murcia y Comunidad Valenciana. El 85% de las embarcaciones que albergan son de menos de 8 metros de eslora, por lo que desempeñan una importante labor social.


Si nos lo proponemos,

PODEMOS CONSEGUIRLO

Fernando de Rojas Parets Asociación Marítima Mediterrània. Cluster Maritim cluster@mediterrania.online

L

a misma máxima que nos aplicamos en la vida personal deberíamos saber aplicarla en el ámbito social, en el de los intereses públicos, comunes. El esfuerzo, la buena fe y la claridad de objetivos podrían mover montañas, no sólo a nivel individual sino también de la sociedad. Hay países que así funcionan, pero aquí nos dejamos arrastrar por el escepticismo, la desidia y las zancadillas. Hasta nos permitimos el lujo de burlarnos de los esfuerzos y los ideales mejor fundados.

32

La Comunitat Valenciana es un país de iniciativas y al tiempo de incrédulos. Somos una costa privilegiada, con una posición geográfica estupenda dentro del Mediterráneo, con un clima para los deportes y actividades marítimas envidiable y con una dotación de infraestructuras a las que aún podemos sacarle más provecho. Aquí, sin embargo, lo vemos con un negligente: “Ah, pues muy bien” y con un reiterativo “Vengan ustedes a la playa”. Las cosas se van complicando, por si no nos hemos dado cuenta, la gente exige cada vez más actividades, intereses, ofertas y atractivos: ninguno, absolutamente ninguno, comparable con el uso y disfrute que podría dar nuestra mar si nos atreviéramos a mirarla de verdad.

En Noruega hay una embarcación por cada seis habitantes, en Estados Unidos por cada dieciocho, en Italia por cada noventa y ocho y en España una por cada doscientos siete

Sin embargo, hay un largo camino de deberes entre pensarlo, que lo pensamos casi todos, y hacerlo. En Noruega hay una embarcación por cada seis habitantes, en Estados Unidos por cada dieciocho, en Italia por cada noventa y ocho y en España una por cada doscientos siete. Por cada barco nuevo hay siete personas que se han sacado un título para navegar. Cada año se incorporan más de 50.000 nuevos titulados. Gente de todo tipo y condición que, contra viento y marea, quiere vivir la mar.


Detrás de Catalunya e Illes Balears, la Comunitat Valenciana es la tercera con más puertos deportivos del Estado, la tercera en número de amarres, la tercera en matriculaciones, pero es que, además, dentro de ella, la Costa Blanca es el territorio capital; más del 63% de los amarres valencianos están en este tramo costero. Comparativamente no nos gana nadie, somos el nervio principal. Pese a eso, ni para la Administración tenemos demasiada importancia, ni para la sociedad somos más que unos ociosos o algo ajeno.

Bastantes de estos problemas, desafortunadamente, no está en la mano de nuestra Administración valenciana resolverlos, pero otros sí, hay algunos que sí pueden atenderlos nuestros propios poderes públicos y nosotros mismos. Hay que contar con que las iniciativas nazcan y se conformen por la creatividad y la voluntad de los profesionales, asociaciones y empresas del sector privado y que nuestros dirigentes locales y autonómicos nos escuchen, no al revés, al revés no funciona la cosa.

La mar no es de izquierdas ni de El sector marítimo no es una mera derechas, por favor. La mar no oferta de ocio más, no es oferta La mar no es es cuestión de clase social, ni de complementaria, no es lujo, no es cuestión de minorías deportivas, así no funciona un producto como venderle helados clase social, en otros países. La mar no es sólo a los turistas, ni se resuelve con la oferta turística complementaria, simpleza de cocinar paellas para ni de minorías sino un complejo abanico de los visitantes. El sector marítimo deportivas, en profesionales, materiales, monitores, de esta Comunidad, tomado en su otros países no deportistas de todo tipo, aficionados, totalidad, desde las escuelas de vela funciona así empresas, servicios, experiencias, y remo, las empresas de charter y etc. La mar que tenemos aquí no es mantenimiento, los varaderos, los fácil disfrutarla y tenerla en otros clubes de buceo, los náuticos, los sitios. No se puede ordenar sólo desde un despacho, profesionales de la reparación, los cada vez más ni desde una ocurrencia política, ni desde entidades abundantes deportes de playa, academias, etc., turísticas: es economía, es lo que Europa llama ya la son un pequeño sector económico que podría tener “Economía Azul y Marítima”. grandes expectativas si tuviera quien dibujara sus ambiciones de conjunto y quien las atendiera. Es Fue en base a este discurso concreto que nació la idea decir, como reza el título: si nos lo proponemos, de promover una agrupación de entidades, empresas podríamos conseguirlo. Dificultades hay muchas, las y profesionales de nuestro territorio: la asociación conocemos bastante bien: una fiscalidad exagerada, Marítima Mediterrània. Cluster Marítim. Un cluster difícil acceso a la mar, un régimen legal duro como es exactamente eso, una unión libre de empresas y una piedra, una burocracia cansina, un desdén político entidades para promover un sector, en este caso un gratuito, aplaudido incluso, unos precios escasamente sector emergente, sostenible ambientalmente y con populares en algunos aspectos (no en otros, ojo!), una expectativas. Clusters marítimos y náuticos existen en cultura marítima abandonada muchos sitios, con éxito como en Barcelona, Baleares,

33


Canarias, o como en la Costa Azul francesa. Con tanta ilusión desinteresada como éste, pocos. Creo que fue por esto mismo que el actual gobierno de la Generalitat Valenciana nos escuchó. Desde luego que existen asociaciones y federaciones de clubes, de vela, de remo, de armadores, de buceo, de casi todo, pero si no comprendemos, abarcamos y cosemos el conjunto somos muy débiles, muy parciales, interesados y demasiado cortos de vista. Eso es lo que pretende paliar el cluster, una simple y sencilla asociación y así nos admitió, por primera vez, la nueva Administración valenciana y varios ayuntamientos: con ideas muy concretas y vocación de dar luz sobre un sector económico muy diverso.

que se dedica a eventos e iluminarias que a todos nos vienen a la cabeza se puede hacer mucho trabajo. Con no poca insistencia tuvimos un rincón en el Village de la Volvo Ocean Race que iba a dedicarse a hablar de zapatos, o de filtros o de turismo gastronómico, para presentar las actividades náuticas y marítimas que ofrecen empresas de la ciudad de Alicante.

Al final, como decía Commoner de los ecosistemas, todo está relacionado con todo: hacen tanta falta los barcos como quien los repara, los que empiezan en un Optimist como los que se lanzan a remar, o a surfear, los que venden material como los que dan amarre o instalaciones, los que bucean como los que van en zodiac, o te enseñan navegación o a mantenerte en una tabla de windurf, todos crean actividad, todos están más unidos y ligados de lo que se piensa y desde fuera todos son parte del mismo mundo y la misma gran oferta. Ruedas grandes o pequeñas, minuteros o segunderos, de un mismo reloj. Si no nos proponemos hacernos todos visibles, asociarnos, lanzar mensajes, ser recibidos, mejorar la maquinaria, tener elementos en común e innovar, todo irá decayendo, pieza a pieza. Esa es, al menos, la idea del Cluster Marítim.

Los días 23 y 24 de Noviembre, el servicio valenciano de empleo y formación, Servef, hará en Santa Pola y Altea, unas jornadas para ver las necesidades de empleo y formación del sector marítimo recreativo.

Por este planteamiento algunos ayuntamientos costeros, la misma Diputación y la Generalitat Valenciana, a través de la Conselleria d’Economia, saltándose todos las cuitas partidistas, han empezado a darnos una oportunidad de acción, porque obviamente el peso de esta oportunidad no debía recaer en el profesional de la mar o la entidad náutica (quemado de promesas e intentos anteriores, pendiente de su propia supervivencia). Con la millonésima parte de lo

34

Recientemente el IVACE, con la Conselleria d’Economia, ha empezado por un gran trabajo, que sin duda puede llevar hasta fondos europeos, para tener un retrato sobre el sector marítimo recreativo de esta Comunidad, con sus debilidades y fortalezas, con su demanda, por que no existía.

El año 2018 esperamos que, mediante una orden de subvenciones competitivas, pueda empezar a rodar una web para el sector. A propuesta de las universidades de Alicante y Elche se va a ultimar un proyecto de Economía Azul y Marítima Recreativa junto con la Generalitat. Queda, es cierto, muchísimo por hacer, hasta al menos hacer visible ese lema de “Si nos los proponemos, podemos”, hasta ese punto en el que las cosas empiezan a ser concretas y tangibles, pero el camino podría haberse abierto, esa es la voluntad sincera al menos. Cruzaremos los dedos para que no fallen las fuerzas, el flujo y la voluntad, tanto la pública como la privada. Mientras tanto sólo me cabe pediros vuestra concurrencia, vuestra participación, esa suma de piezas pequeñas y grandes que engranen el cronómetro.


TRABAJOS DEL MAR Hugo Grau Salas Oficial de la Marina Mercante Española

U

n entrenador de gimnasio, un camarero, una personal shopper, un actor de comedia, un masajista o por qué no un director de hotel. ¿QUE TIENEN EN COMUN TODOS ELLOS?

Pues que todos ellos trabajan en un crucero. Alguna vez te has planteado un cambio de vida, una forma distinta de ir a la “oficina” a trabajar. La industria turística de los cruceros ha crecido un 50% transportando 23.19 millones de pasajeros como cómputo total, de los cuales un 45% son Europeos. En 2015 operaban 39 empresas navieras, actualmente existen 52 empresas navieras.

36

Esto no solo son cifras positivas en la economía del negocio marítimo, sino que colateralmente está generando muchísimos puestos laborales, en este sector podemos decir que en 2015 existían una oferta de 360.000 puestos laborales, de cualquier índoles como animadores, médicos, enfermeros, agentes de seguridad, camareros, cocineros, chef, entrenadores personales, socorristas, mecánicos, electricistas, fontaneros…. Muchos se preguntaran que requisitos o como puedo acceder a estas ofertas. Para poder embarcar en cualquier barco de forma profesional hacen falta tener 3 cursos de especialidad


marítima profesional, donde se forman al futuro tripulante, estos cursos tienen que ser homologados por una escuela marítima profesional que tenga la homologación del convenio STCW/10, que es un convenio de formación Internacional perteneciente a la Organización Marítima Internacional.

en caso de secuestro, atentado, robos, vigilancias, circuito de video… Con los tres cursos más la profesional especifica del alumno, tiene todos los requisitos para acceder a un puesto a bordo de un buque de pasaje.

La escuela CH PRACTICAS NAUTICAS PROFESIONAL, es una escuela marítima profesional ubicada en España, y que está homologada. Cuenta en su plantilla con docentes que han sido capitanes y Oficiales de la marina mercante, y con experiencia en cruceros. Constantemente están formando a tripulaciones de buques para su incorporación al mercado laboral, los cursos que ofertan para poder embarcar son los siguientes:

CH PRACTICAS NAUTICAS PROFESIONAL, por otro lado cuenta con un curso específico que se llama “Auxiliar de pasaje marítimo” con una duración de 180h, dentro de su plan de estudios, aparte de incorporar estos tres cursos de embarque, tiene unos módulos específicos que profesionalizan muchísimo más al futuro tripulante. Son los módulos de Ingles marítimo, una de las cosas que se ha de dominar, un módulo de psicología en la que se explica cómo tratar al pasajero, tratar diferentes perfiles.

Formación básica en seguridad marítima, este curso digamos que sería el primero y primordial. Tiene una duración de 72 horas. Está dividido en 4 módulos donde al futuro tripulante se le entrena en cuestiones sobre supervivencia en la mar, lucha contra incendios, primeros auxilios avanzados y prevención de riesgos laborales. Este curso permite al futuro tripulante a que le den la “Libreta Marítima” este documento es como un pasaporte de la mar para los tripulantes de buques. Otro curso es el Buques de pasaje, tiene una duración de 32h y se trasmites conocimientos relativos a cómo actuar en caso de emergencia y manipular a las grandes masas de pasajeros que llevan los cruceros. Por último y no menos importante el curso de formación básica en protección marítima, es un curso muy cortito y solo dura 12 horas. Consta en ofrecer a los alumnos una serie de directrices de cómo actuar

Hay clases de protocolo, etiqueta, definiciones náuticas para aquellos tripulantes, trabajo en megayates… es un curso encaminado a azafatas/os de buques de pasaje así como para megayates. A bordo de los buques, la vida es como estar en un trabajo en tierra, se trabaja unas 8-10 horas, salvo la peculiaridad de que tu camarote será tu casa. La manutención como alojamiento, comida, bebida… están pagadas por la naviera, por lo que los sueldos son limpios. El régimen de embarque suele ser de 3 meses, y luego algunas navieras las más buenas te mantienen 3 meses en casa, donde las vacaciones son pagadas igual que embarcados. Lo más importantes es que no solo estas trabajando sino que descubres países y culturas distintas cada día, por lo que el enriquecimiento personal es máximo.

37


La Oficina de Turismo de Altea celebra su 25 aniversario con cifras récord de visitantes El año pasado pasaron por la Oficina Municipal de Turismo más de 22.000 personas, una cifra que se espera superar este año.

F

rancisco Andrés Buigues y Joaquín Rodríguez de Vera, vicepresidente primero y secretario del Club Náutico de Altea asistieron al acto el pasado lunes 31 de julio que tuvo lugar en la actual Tourist Info, en la calle Sant Pere. El acto estuvo presidido por el alcalde de Altea, Jaume Llinares; quien quiso recordar todo el trabajo que se ha realizado a lo largo de estos años para desarrollar el turismo en el pueblo, “un trabajo que ha consolidado la promoción turística de Altea”. Por su parte, la concejala de Turismo, Anna Alvado, puso en valor la importancia de la Oficina de Turismo, “porque es el primer contacto que tiene la persona que nos visita, por lo tanto es importantísimo ofrecer una buena imagen de lo que somos en este pueblo y tenemos que seguir siendo ejemplo de profesionalidad y hospitalidad”. El acto contó además con la importante presencia de la directora general de Turismo, Raquel Huete. Durante el mismo se descubrió una placa conmemorativa de este 25 aniversario y se rindió

homenaje a todos los ex concejales de Turismo que han estado al frente de la gestión turística del municipio.

El Club Náutico de Altea llena el 99% de sus amarres en agosto

L

a recuperación que experimenta el sector de la náutica desde hace dos años se ha confirmado este verano con unos datos que consolidan Alicante como la tercera provincia del ránking nacional en matriculaciones de embarcaciones de recreo. Este dato cobra más fuerza todavía si tenemos en cuenta que la mayoría de clubes náuticos del litoral de la Costa Blanca han rozado le 100% de ocupación este pasado mes de agosto, cuando la mayoría de ellos están funcionando gracias a concesiones temporales que se prorrogan mes a mes. El Club Náutico de Altea ha superado el 99% de amarres en el mes de agosto, una cifra que cada año se mantiene desde que comenzáramos a salir de la

crisis en 2015, pero contando con el mismo número de amarres, ya que no se han ampliado o construido nuevas instalaciones.

39


La flota de barcos del CN Altea disfruta del Castell de l’Olla con la máxima seguridad Entre 30 y 40 barcos partieron del CN Altea acompañados por la embarcación de seguridad el “Salvador” para disfrutar de la 31 edición de este emblemático espectáculo de fuegos artificiales.

I

sidro Martínez, contramaestre del CN Altea, explica que la afluencia de embarcaciones en el Castell de este año fue considerable pero no la habitual de otros años. “Tras el temporal de los pasados días en las islas baleares y los posteriores días con viento de levante, el mar se encontraba movido, la marejada hizo que muchos usuarios decidieran no asistir en barco al evento”. Con una duración de aproximadamente veinte y cinco minutos, a las doce de la medianoche comenzaba el espectáculo a cargo de la pirotecnia Ricardo Caballer (Ricasa) que disparó más de 1.200 kilos de pólvora desde las plataformas flotantes (cinco grandes y cinco pequeñas) instaladas en la playa de la Olla.El CN Altea ha sido una de las primeras entidades de España que en el sector servicios ha conseguido adaptarse a

las nuevas versiones de las normas internacionales de calidad ISO 9001:2015 y medioambiente ISO 14001:2015.

El CN Altea colabora con el proyecto PINEO de la Cruz Roja

L

os días 15, 16 y 17 de septiembre Altea acogió el IV Encuentro Provincial de Participación Infantil y Juvenil de PINEO de Cruz Roja. Un fin de semana con una extensa programación de actividades que reunió a todas las iniciativas PINEO de la provincia de Alicante. En esta edición, el Encuentro Provincial tuvo un carácter puramente marítimo, donde el colofón del fin de semana dió en las actividades de salvamento marítimo, realizando simulacros de rescate acuático. Una de las visitas obligadas fue el Club Náutico de Altea, donde además de conocer las instalaciones los jóvenes realizaron actividades en la piscina. El proyecto PINEO, impulsado por la Cruz Roja y la Diputación de Alicante, se crea como un espacio de participación juvenil en el que, mediante el ocio y el

tiempo libre, se pretende acercar la entidad a los jóvenes de entre 13 y 17 años para formarlos en los principios y valores de la Cruz Roja.

41


SOLICITE YA LOS TRABAJOS DE MANTENIMIENTO DE INVIERNO Y PUESTA A PUNTO DE SU EMBARCACIÓN PARA LA PRÓXIMA TEMPORADA.

ELECTRONAVAL ALTEA, su taller eléctrico de confianza

Posiblemente, en muchas ocasiones, te ha frenado el salir a navegar los días de viento, sobre todo a la hora de volver a tu punto de amarre por la dificultad que supone. Como solución, te ofrecemos la posibilidad de instalar una hélice de proa o popa, dependiendo de tus necesidades, donde a partir del montaje, habrá un antes y un después a la hora de disfrutar plenamente de tu barco.

Si estás interesado, consulta precios y tabla de medidas en nuestro taller. Un cordial saludo, y buena navegación!

Avenida del Puerto 50, nave 3 Club Náutico Altea · 03590 · ALTEA (Alicante)

T. 965 841 657 · M. 639 200 537 electronavalaltea@gmail.com


La rápida actuación del personal del CN Altea evita un mal mayor

A

las 18:45 del pasado 5 de septiembre una cortina de humo aparecía en uno de los pantalanes del puerto deportivo de Altea y ponía en alerta a todo el Club Náutico de Altea. Los usuarios de una pequeña lancha de gasolina se disponían a salir al mar cuando al poner en marcha el motor comenzó a arder. Rápidamente el marinero de guardia del Club activaba el protocolo de emergencia en caso de incendio. Todos los efectivos disponibles se trasladaban al lugar del incendio. Los trabajadores de marinería cortaron la luz, se evacuaron a los viandantes y se quitaron las embarcaciones adyacentes a la lancha que estaba ardiendo para evitar que el fuego se propagara por todo el puerto. En apenas dos minutos el fuego se había conseguido extinguir con los extintores de emergencia y los marineros sacaban la moto bomba para echar agua a la embarcación y evitar que volviera a subir la temperatura en el motor. Desde las oficinas de administración se había avisado al 112 y en cuestión de poco tiempo aparecieron los bomberos, la policía local y la guardia civil. La rápida actuación del personal del CN Altea evitaba un mal mayor y no hubo que lamentar ningún desperfecto importante ni ningún herido. “La acumulación de vapores en el motor y la ignición provocó que el material de espuma de la tapa del motor se prendiera fuego”, explica el contramaestre del Club Náutico de Altea, Isidro Martínez. “En estos casos la actuación rápida y precisa es crucial para evitar daños

mayores, los simulacros y la formación en incendios que recibimos todos los años permite que podamos actuar con rapidez y claridad a pesar de los nervios”.

CONSEJOS PARA EVITAR INCENDIOS EN EMBARCACIONES Todos los años se suceden numerosos casos de incendios en embarcaciones a gasolina, y en ocasiones se debe a que los usuarios no tienen claro los protocolos de seguridad. Desde el Club Náutico de Altea se quiere recordar dos breves recomendaciones para evitar este tipo de accidentes: • Antes de arrancar el motor es necesario poner en marcha los extractores de la sala de maquinas para permitir que se evaporen los gases que se hayan podido acumular. En caso de que se trate de una embarcación pequeña que no disponga de sistema de extracción, se debe levantar la tapa del motor y esperar cinco minutos antes de arrancar. • Los vapores acumulados se originan por restos de combustión. Es importante que mantengamos la sentina libre de estos restos.

43


Éxito de participación en el VI Consell Local de Comerç i Turismo de Altea

E

l miércoles 13 de septiembre, el Club Náutico de Altea asistió a la sexta reunión del Consell Local de Comerç i Turisme del presente año, a la cual también se convocó a los miembros de la Mesa de Trabajo de la Ocupación de la Vía Pública. Anna Alvado informó de la situación actual del estudio del Plan de Acción Comercial, ya en sus últimas etapas previas al informe final, así como de las campañas de comercio actualmente en vigor, como son la del Bono Escolar y la ruta de la tapa “Fruits de la Tardor”. Sin duda, fue el tercer punto del orden del día, la modificación de la ordenanza de la OVP, el que creó más debate entre todos los asistentes, tras la decisión del concejal del área, Roque Ferrer, de seguir adelante con la retirada de los cerramientos en el Paseo Marítimo prevista para el día 31 de octubre, a pesar de no estar aprobada la modificación de la ordenanza propuesta por la Mesa de Trabajo de la OVP. La Concejala comentaba

que “es importante que las decisiones que se tomen en este tema, como en cualquier otro, estén lo más consensuadas posibles, ya que afectan a muchas personas, a sus negocios y a sus vidas’’. En cuanto al sector turístico, la Técnica de Turismo informó de la asistencia a la feria de turismo WTM que tendrá lugar en Londres del 6 al 8 de noviembre y de las acciones que allí se pretenden llevar a cabo, contactando con empresas del sector.

La Junta Directiva aprueba acometer la gestión directa de su restaurante en 2018 Los miembros de la Junta han mostrado su más sincero agradecimiento a la buena gestión realizada en estos últimos cinco años por la empresa mercantil Cinc Titus, SL, y a sus administradores Albert Fonollá y Marina Juste, deseándoles lo mejor en este nuevo camino que emprenden.

E

l 31 de diciembre de 2017 finaliza el contrato de arriendo industrial del barrestaurante a la sociedad mercantil que lo explota actualmente. De forma voluntaria y por motivos personales, los actuales gestores han comunicado al Club Náutico de Altea su decisión de no continuar, por lo que la Junta Directiva, después de contemplar distintas alternativas, ha tomado la decisión de acometer la gestión directa del barrestaurante para 2018.

El actual restaurante Can Tapetes del Port permanecerá abierto hasta el domingo 17 de diciembre, inclusive, fecha a partir de la cual se procederá a la limpieza, restauración y labores de mantenimiento para devolver las instalaciones hosteleras e inventario en perfectas condiciones de uso. El Club Náutico de Altea asumirá así la gestión directa de su bar-restaurante con la intención de poder reabrir este servicio para su clientes a principios de 2018, una vez realizadas las inversiones de mejora necesarias para intentar satisfacer plenamente a los usuarios.

45


RESTAURANTE:

NUEVA ETAPA Vicente Ferrer Monerris

Licenciado en ADE. Hotelero Socio de Número 1050 del CN Altea

Vocal de Restaurante y Comunicación del CN Altea

E

n el Club Náutico de Altea se produce una relación muy íntima con el restaurante. Se podría decir que es una simbiosis entre el ente social y el ente gastronómico. Esto se debe a varias razones: la primera es que debido a la configuración arquitectónica del magnífico edificio que nos alberga, no es fácil distinguir entre la parte de restaurante y la parte estrictamente social. Cuando cierra el restaurante nos da la sensación de que el club también está cerrado. La segunda es que cuando se concibió este club, se ideó –con éxito- para poder disfrutar de la compañía de los socios y para el entretenimiento estival, y estas actividades de ocio el género humano las disfruta más si es cerca de la comida y la bebida. Mi reconocimiento a D. Rafael Bellod y a D. Juan Castillo, los premiados arquitectos del edificio del Club. A lo largo de la historia del Club se han producido muchas vivencias alrededor del restaurante; ha habido varias direcciones y varios estilos gastronómicos pero no hemos conocido un éxito mayor que el que nos han proporcionado Albert y Marina con su buen hacer y estupendo equipo en Can Tapetes del Port. En la parte gastronómica todos hemos disfrutado de la cocina que con tanto esfuerzo ha logrado sacar adelante Albert Fonollà: sus recetas marineras, sus fondos de pescado de roca, sus erizos de mar, sus arroces alabados por los pescadores de Altea y sus elaborados postres como la sopa de piña y coco. Y el dominio de la sala por Marina, que ha sabido en muchas ocasiones encajar un sobreesfuerzo para atender lo mejor posible a socios, deportistas y visitantes en los momentos de mayor afluencia en verano. Sin olvidarme del resto de la plantilla que ha desarrollado con esfuerzo, profesionalidad y cordialidad un magnífico trabajo. Es importante destacar que gracias al éxito conseguido en el restaurante se ha percibido con mayor intensidad

46

la conexión Club Náutico-Restaurante y esa mejor apreciación nos ha traído claridad a un campo que anteriormente se intuía pero no se definía con precisión. El restaurante es un magnífico vínculo que tiene el Club con la sociedad alteana y la provincia. La existencia del Club Náutico de Altea no se circunscribe a la parte deportiva en la que ya somos un referente; hemos comprobado que también debemos destacar en la oferta gastronómica porque va íntimamente unida a las actividades lúdicas. Y gracias a Albert y Marina hemos gozado de un incontestable éxito. En muchos momentos hemos llegado a estar desbordados por la afluencia de deportistas, socios y visitantes y esto ha puesto al equipo del restaurante al borde del colapso en numerosas ocasiones. Hemos puesto los motores al máximo y hemos extraído un gran rendimiento social y de prestigio para el Club –y espero que también económico para los titulares de la explotación- y hemos podido ver las grandes posibilidades que quedan aun por explorar en nuestras instalaciones. Este sobreesfuerzo acusado durante cinco años ha llevado al límite al equipo humano y Albert y Marina han decidido trasladar su proyecto a otro lugar cercano donde puedan adaptarse mejor a la demanda y que les permita conciliar la vida laboral con la familiar. Desde el Club Náutico de Altea os agradecemos el gran esfuerzo realizado y os deseamos un gran éxito en el nuevo proyecto de Can Tapetes en el Albir. Actualmente El Club Náutico de Altea está sometido a unas circunstancias que comprometen nuestra continuidad; como todos sabemos debemos hacer frente a un envite económico ocasionado por la subida arbitraria de las tasas portuarias y que estamos discutiendo para que vuelvan a la normalidad. Paralelamente vemos cada día más cerca una renovación de la concesión del Club y debemos tener las ideas muy claras para desarrollar el proyecto del futuro Club Náutico.


Es imprescindible tener un contacto directo con la demanda para conocerla en profundidad y poder ofrecerle lo que necesita. El edificio con su configuración actual sigue ofreciendo buenas prestaciones y usos sociales y de restauración, incluso nuevos espacios y orientaciones hasta ahora no explorados. Nuevo guiño de reconocimiento a Rafa y a Juan por el estupendo edificio. Nos hemos dado cuenta que el esfuerzo gastronómico no es suficiente; debemos esmerar el servicio y establecer procedimientos al igual que están establecidos en las otras actividades del puerto. Es por todas estas razones que el pasado 14 de octubre la Junta del Club tomó la decisión de cambiar el enfoque en la explotación del restaurante. Después de explorar la posibilidad de renovar a Can Tapetes nos encontramos ante la decisión de buscar otro operador o embarcarnos en otra idea. Finalmente y tras un gran esfuerzo previo por parte del gerente, este vocal de restaurante y de otros miembros de la Junta la decisión tomada ha sido la de crear un nuevo departamento perteneciente al Club que ofrezca el servicio de restauración. Hay varias razones de peso que apoyan esta decisión de integración. Desde el Club debemos elegir qué producto ofrecemos y controlar el nivel de servicio, calidad y precio que vendemos. Esto solo lo podemos lograr internalizando la gestión. El Club Náutico de Altea lleva años consolidando una estructura de organización muy eficiente, robusta y reconocida, formada por personas leales, identificadas con los valores y comprometidas con el Club. No exagero al decir que son ellos el verdadero alma mater del Club. Esta fortaleza de la estructura conjunta permite ampliarla y albergar un nuevo departamento igual de eficiente que el resto de servicios que será el Restaurante. Debemos seleccionar a estas nuevas personas e integrarlas en nuestra estructura ya existente y dejar que desarrollen su trabajo bajo los valores que ya tenemos establecidos y que el resto de plantilla comparte. Según el reconocido Ferràn Adrià hay 4 razones que aseguran el éxito de un restaurante y son rigurosamente por este orden: Precio; Ubicación; Personal; Gastronomía. Las dos primeras las tenemos ya dadas y las siguientes estamos en un proceso de selección muy avanzado para obtenerlas. Consideramos que hay que mejorar el servicio de restauración que ofrecemos, debemos ampliar la

oferta horaria –el restaurante cerrado aparenta que el club está cerrado- debemos introducir procedimientos que hasta ahora no existían en servicios, higiene, limpieza y orden; y todo tipo de auditorías de calidad que demuestren el buen hacer frente los socios y frente la sociedad en general. Buscando dignificar el servicio de hostelería del CN Altea. Existen procedimientos de operaciones perfectamente normalizados, definidos y establecidos en la explotación profesional de los restaurantes y debemos aplicarlos. Debemos mejorar las instalaciones y el mobiliario que acusan ya el paso de los años y el paso del criterio de diferentes personas con mayor o menor acierto. Adaptar las cocinas, lugares de procesos y almacenaje a las exigencias actuales. Si es el mismo Club quien toma las decisiones con conocimiento de causa aseguraremos la viabilidad. El futuro de la oferta del Club no se reducirá a los amarres y a los deportes, hay que ampliarla en la oferta gastronómica excelente acompañada de experiencias, animación y eventos ocasionales porque disponemos del espacio. La habilitación de nuevos espacios que ya disponemos y que nunca hemos utilizado nos puede abrir nuevas direcciones como por ejemplo el arte, tan vinculado al Altea como la misma náutica. Y todo ello pivota alrededor del control sobre el Restaurante. Debemos ser flexibles en el uso de las terrazas, adaptando y distinguiendo mobiliario adecuado a las terrazas soleadas o a los interiores confortables. Repensar, acotar y dar nuevos usos a los lugares y ambientes. Debemos sacarle partido a las fachadas, a las terrazas y a las exclusivas vistas que dispone el edificio según la estación del año. Creo que estas actuaciones nos pueden permitir recuperar la esencia original de convivencia y uso y adaptarlas a los nuevos tiempos. Todo este proyecto se encuentra en un estado avanzado y se va a materializar en la próxima apertura del barrestaurante en 2018 tras la renovación de los activos e instalaciones dentro de un plan de actuación que desarrollaremos a lo largo de varios años. BON VENT I BARCA NOVA –buen viento y barca nuevaes una expresión tradicional alteana en valenciano utilizada por los marineros para expresar buenos deseos en las jornadas de pesca en la bahía y en los nuevos proyectos y aventuras que se acometen. Creemos que resume perfectamente el espíritu de la nueva singladura que empezaremos en breve.

47


ENTREVISTA Verónica López, Directora General de Justicia de la Generalitat Valenciana

“El constante esfuerzo del Club Náutico de Altea por integrar al club en la vida social, deportiva y cultural de Altea creo que merece una mención especial” Verónica López lleva sobre sus espaldas una larga carrera política desde que entrara a formar parte como militante de las juventudes socialistas de Altea. En la legislatura 2007-2011 fue concejala de Urbanismo y primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Altea. En la legislatura 2011-2015 fue diputada en las Cortes Valencianas, y en la presente legislatura encabezó la candidatura del PSOE en Altea, pasando a formar parte del equipo de gobierno municipal tras formarse el tripartito entre Compromís, PSOE y Altea amb Trellat como concejala de Bienestar Social, Igualdad y Sanidad. Recientemente ha asumido el cargo de Directora General de Justicia de la Generalitat Valenciana.

¿Qué retos se planteó al asumir la concejalía de bienestar social en Altea? El principal reto que tenía por delante era restablecer todos los puentes con las administraciones, entidades, asociaciones y colectivos que intervienen en cualquier grado en el ámbito del Bienestar Social, reconocerles su dedicación y esfuerzo y colaborar con ellas para coadyuvar en su labor. ¿Cuáles son las metas que hay que alcanzar para lograr una atención integral a todos los sectores sociales? Es complicado llegar a cubrir todas las situaciones y necesidades existentes pero hay algunas en las que debemos poner la atención y la prioridad desde todas las administraciones. Creo que no hay día en el que

48

no piense en una situación que se da en todas las personas discapacitadas y en la angustia que provoca en sus familias pensar ¿Qué pasará si nosotros fallecemos?, ¿qué ocurrirá cuando por edad no pueda seguir asistiendo al colegio de Educación Especial? Tenemos esta situación pendiente y es necesario empezar a hablar de ella y abordarla porque se da en la práctica, necesitamos centros ocupacionales, pisos tutelados, centros de día y de internamiento, cuando sea el recurso idóneo, para garantizar la atención, el empoderamiento y los cuidados de las personas con distintas capacidades y acabar con el sufrimiento de los familiares dando respuesta y solución a esa inquietud que me consta les angustia.


Es obligado hablar de la violencia de género porque hacen falta más recursos para proteger a las mujeres que se atreven a dar el paso y denunciar a los maltratadores para que no se sientan desamparadas en ningún momento. Las cifras de las mujeres asesinadas reflejan claramente que el sistema falla y tenemos la obligación de centrar todos los esfuerzos en acabar esto. De cara al futuro se están aumentando los recursos para afrontar estas situaciones pero es necesario aumentar los esfuerzos mucho más y garantizar un marco estable de servicios que no dependa de la voluntad de cada equipo de gobierno. ¿Qué ha sido lo más satisfactorio en estos años de legislatura en Altea? Difícil respuesta porque han sido muchas las

satisfacciones. Una de ellas ha sido la oportunidad de trabajar en un equipo de gobierno diverso, con procedencia de tres partidos distintos y donde la capacidad de consenso y también de saber discrepar desde el respeto y la negociación son una herramienta básica en el día a día que creo será uno de los éxitos de este gobierno. Ver por fin cómo el Centro de Educación Infantil de Primer Ciclo de 0 a 3 años abre sus puertas, un proyecto que nos dejó muy mal sabor de boca en el gobierno, durante la legislatura de 2007 a 2011, al no dar tiempo a finalizarlo. La satisfacción de haber puesto en marcha distintos programas de sensibilización ciudadana, por ejemplo: con el problema del consumo abusivo del alcohol, la importancia de vivir las fiestas desde el respeto

49


evitando situaciones de acoso, la organización anual de la jornada de convivencia deportiva por la discapacidad, conocer desde una silla de ruedas cómo percibe y padece una persona de movilidad reducida sus infraestructuras cuando no se trabaja por alcanzar la accesibilidad universal de las ciudades. En definitiva, haber aportado mi grano de arena al respeto, a la convivencia y haber podido contribuir a la mejora del Estado de Bienestar. ¿Qué líneas van a guiar su trabajo los próximos años cómo Directora General de Justicia de la Comunitat Valenciana? Las principales líneas de trabajo de la Dirección General en los próximos dos años las vamos a centrar en la puesta en marcha de los nuevos juzgados autorizados por el Ministerio de Justicia, en la mejora y eficiencia en la dotación de medios y en mejorar el estado de las sedes judiciales así como la accesibilidad en las mismas. Desde el punto de vista personal, ¿qué ha supuesto para usted emprender la aventura de ser Directora General de Justicia? Es un reto absolutamente enriquecedor, la oportunidad de retomar el contacto con el que es mi mundo, el Derecho y la Justicia y una ocasión más de aprender el funcionamiento de la administración autonómica. Esto supone muchos kilómetros diarios de viaje pero que la experiencia lo merece.

50

¿Cómo ve la situación administrativa actual del Club Náutico de Altea? Una concesión administrativa vencida desde el año 2000 que impide al club plantear un plan de inversión que dignifique sus instalaciones y sus servicios sólo nos puede llevar a concluir que la situación administrativa del Club Náutico de Altea es claramente lamentable. Lo que resulta admirable es que pese a la precariedad de la situación administrativa del club pueda mantener unos estándares de calidad como los que presenta. ¿Cómo espera qué sea el futuro más inmediato? Creo que el futuro está asegurado, el Consell ya está trabajando en la renovación de las concesiones con el objetivo de garantizar un marco estable de trabajo que permita al Club Náutico plantear un plan de inversiones que mejore sus instalaciones y por tanto su actividad y consideración. ¿Qué soluciones se plantea el Consell para preservar la labor de los clubes náuticos? El futuro y la labor que se está realizando a través de los clubes náuticos está totalmente garantizada ya que la actual Generalitat ha acabado con el problema que arrastraba el anterior gobierno valenciano al impulsar la modificación de la ley y llegar a un acuerdo de consenso con los clubes que permitirá sacar adelante las nuevas concesiones en las que ya está trabajando el Consell.


Postes de Señalización Marítima Puerto de Castellón (España)

Barcelona, ESPAÑA +34 933 601 101 Cascais, PORTUGAL +351 214 692 024 www.grupolindley.com

Grupo Lindley Ayudas a la Navegación Equipos para Varaderos Equipamiento para Marinas


ALICANTE,

puerto de salida de la Volvo Ocean Race El día 22 de octubre se dío el pistoletazo de salida desde Alicante, de la primera etapa de la vuelta al Mundo a Vela, con destino a Lisboa.

L

a Volvo Ocean Race es conocida habitualmente como la competición más larga y más dura del deporte profesional, y como uno de los tres grandes acontecimientos del mundo de la vela junto a los Juegos Olímpicos y la Copa América. El concepto de la regata es simple: es el maratón oceánico definitivo, una carrera alrededor del mundo en el sentido contrario a las agujas del reloj en constante persecución de tus rivales en la que los mejores regatistas del mundo miden sus fuerzas a través de los océanos más salvajes del globo.

52

La regata comenzó a las 14:00 horas, con un viento por encima de los 15 nudos, que convirtió en inicio del recorrido y las primeras millas en un puro espectáculo. El RaceVillage de la Volvo fue durante los días previos un hervidero de gente interesada por conocer de cerca la regata, los barcos y las tripulaciones que se embarcarían en una edición en la que se realizarán 45.000 millas náuticas. La regata no ha hecho más que comenzar, les esperan 9 meses de navegación y podrá seguirse en todo momento en la web oficial: www.volvooceanrace.com


Team AkzoNobel Paises Bajos

Dongfeng Race Team China

MAPFRE España

Vestas 11th Hour Racing USA/ Dinamarca

Team Sun Hung Kai/ Scallywag - Hong kong

Turn the Tide on Plastic Naciones Unidas

Team Brunel Paises Bajos

El Volvo Ocean 65 La nueva clase Volvo Ocean 65 se ha diseñado, proyectado y construido para conseguir que sea altamente competitiva. Eslora: 20,00 m (65 pies). Manga: 5,60 m (18,37 pies). Máximo calado (quilla en CL): 4,78 m (15,68 pies) Desplazamiento (vacio): 12 500 kg (27 557 libras). Superficie vélica en ceñida: 468 m2 (mayor y masthead Código 0) 296 m2 (mayor y vela de proa). Superficie vélica en popa: 578 m2 (mayor y A3)

53


ÁLVARO OLIVAR PÉREZ Agente de Seguros Exclusivo Núm. Registro C007225126186C Mediador profesional con más de 25 años de experiencia en el sector. Trato personalizado. Asesoramiento de situación aseguradora y financiera gratuita.

“Mantenga su patrimonio y su salud en buenas manos” EMBARCACIONES DE RECREO / BOAT INSURANCE SEGUROS HOGAR/ HOME INSURANCE SEGUROS SALUD/ HEALTH INSURANCE SEGURO DE AUTO/ CAR INSURANCE AHORRO-PENSIONES/ SAVINGS-PENSIONS Av. Ejércitos Españoles 4 Local 1 – 03580 Alfaz del Pi Tel.: 966 860 481 - Móvil: 677 455 885 E-mail: a.olivar@generalimediadores.es www.alvaroolivarperez.seguros.generali.es

Hablamos español - Wij spreken Nederlands - We speak English - Wir sprechen Deutsch


Sabías qué....? El Club Náutico de Altea dispone de una bomba para recoger las aguas negras de las embarcaciones Jaime Martínez Agulló

Marinero de Varadero Club Náutico de Altea

E

l Club Náutico de Altea pone a disposición de sus socios y usuarios, de manera gratuita, un servicio de recogida de aguas negras. En su firme propósito por ayudar a la conservación del medioambiente y de preservar nuestro entorno marino, el CN Altea posee esta bomba móvil para retirar las aguas residuales de los barcos, ofreciendo un servicio de marinería gratuito de retirada de estos deshechos con el fin de incentivar a los usuarios a que no viertan sus residuos en el mar.

Decenas de barcos de todo tipo usan este servicio cada año ayudando así a la conservación y mantenimiento de la bahía de Altea, un espacio integrado en el ámbito del Parque Natural de la Serra Gelada. Los barcos pueden acercarse a la sección de varadero donde un marinero les atenderá para extraer las aguas negras de su depósito, las cuales posteriormente serán vertidas a la red de alcantarillado para acabar siendo tratadas en la depuradora municipal.

55


MEDIO AMBIENTE

Árboles monumentales de ALTEA Vínculo entre araucarias y náutica, pinos y redes de pesca, y más curiosidades…

M

agníficos, inimitables, señoriales, misteriosos… así son los árboles que Altea ha visto crecer desde tiempos inmemoriales. Árboles solemnes por su longevidad, porte, dimensiones, e incluso su valor ambiental y cultural. Son los seres vivos más viejos y sabios de nuestro municipio, testigos de hechos históricos irrepetibles, pues han vivido el paso de los musulmanes, de las tropas cristianas en plena reconquista, hasta desembarcos en la bahía de Altea, como la escuadra angloholandesa, e incluso han formado parte del auge agrícola, pesquero y comercial. Las diferentes anécdotas que giran alrededor de cada árbol no tienen desperdicio, entre las que destacan,

56

por su vinculación al mundo de la náutica, la estrecha relación entre araucarias, marineros y sus veleros, y la función de los pinos en las labores que los marinos realizaban en sus redes de pesca. Un viaje fascinante por los Árboles Monumentales de Altea Más de tres decenas de Árboles Monumentales de Altea se encuentran distribuidos por las diferentes partidas del municipio como obras de arte edificadas por la naturaleza. Estos árboles representan un patrimonio natural y cultural de incalculable valor, por ese motivo, desde el Ayuntamiento de Altea y con la colaboración de Gea Ambiental, se está desarrollando un Catálogo Público, con el fin de darlos a conocer, protegerlos y


Descubre un tesoro vivo en Altea conservarlos al amparo de la Ley 4/2006 de Patrimonio Arbóreo Monumental de la Comunidad Valenciana. Desde Gea Ambiental os proponemos este fascinante itinerario entre araucarias, olmedas, olivos, pinos, etc. abrázalos, escúchalos, siéntelos… ¿serás capaz de identificar los Árboles Monumentales de Altea? ¡Descúbrelos! Araucarias… y residencias rurales del s. XIX Las araucarias pertenecen al grupo de las Coníferas, son de la familia Araucariaceae. Las llamativas Araucarias que actualmente se observan en Altea permanecen en nuestro territorio como árboles ornamentales, singulares por su gran porte piramidal,

pueden alcanzar hasta 50 metros de altitud. Nuestras araucarias han sido árboles premiados en el grupo de Plantas Ornamentales por la Conselleria de Agricultura, Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Rural, y catalogados como Árbol Monumental y Singular de la Comunidad Valenciana. A parte de esta ostentosa apariencia, las araucarias han sido testimonio de una importante época comercial ya desaparecida. Desde mediados del siglo XIX este auge comercial promulgó que algunas de las más poderosas fincas agrícolas de Altea fueron reformadas para transformarse en auténticas residencias y palacetes, como por ejemplo el Palasiet, la Finca la Morería, la Casa del Canonge o la Finca Montemolar o una de las

57


mástiles de los grandes veleros que han surcado la historia de Altea. Las araucarias que fueron importadas y plantadas en las zonas próximas a la costa, alcanzaron alturas considerables, y en aquellos tiempos en los que las edificaciones costeras permitían una mayor visibilidad de la vegetación terrestre, estas araucarias se utilizaban como hitos de referencia para la navegación de cabotaje por los marineros alteanos. Pinos… algunos hitos en el territorio Los pinos pertenecen al grupo de las Coníferas y son de la familia Pinaceae y el género Pinus. Uno de los pinos piñoneros más grandes del territorio valenciano está en Altea, el popular Pi del Senyoret y el Pi de Picó o de Benimussa son algunos de los árboles incluidos en este novedoso itinerario por los Árboles Monumentales de Altea.

Araucarias, una combinación perfecta para la fabricación de los mástiles de los grandes veleros más emblemáticas, propuesta en el itinerario, la Finca Marycel, donde veraneaban en su infancia la escritora Carmelina Sánchez Cutillas. En esta misma época, las araucarias, muy cotizadas debido a la calidad de su madera, fueron importadas de América por su elevado valor comercial. Las araucarias presentes junto a estas viviendas, son actualmente un símbolo del alto nivel socio-económico de estas poderosas familias. Usos de las Araucarias y el vínculo con la náutica. La araucaria ha desarrollado una importante capacidad de resistencia, debido a la actividad volcánica de su hábitat original, lo que provee a estos árboles de una madera de excelente calidad. La madera de araucaria presenta un elegante color amarillo ocre, bastante homogéneo y lustroso. Es compacta, semipesada y fácil de trabajar, su densidad es de 670 kg/m³, lo que le proporciona una importante resistencia mecánica. Estas propiedades físico-mecánicas tan favorables, unidas a la morfología de su tronco; largo, recto y cilíndrico, fueron un importante recurso en la construcción y la carpintería de la zona, y en especial, era la combinación perfecta para la fabricación de los

58

El Pi del Senyoret, cuyo nombre popular hace referencia a una antigua familia de terratenientes, es el segundo árbol más grande de su especie (Pinus pinea L.) dentro del territorio valenciano y por eso ya está inventariado en el Catálogo de Árboles Monumentales y Singulares de la Comunidad Valenciana. El gran porte que ha alcanzado el Pi del Senyoret en sus más de dos siglos de vida es digno de admirar, su copa ha alcanzado un diámetro aproximado de 28,5 metros de longitud y una altura de 23 metros. Durante los últimos años, el abandono de los campos de cultivo que lo rodean ha supuesto una lenta pero continuada degradación de este pino. Gracias a la iniciativa de los vecinos, los riegos a manta que estos han llevado a cabo le han ayudado a mejorar, junto a los trabajos de mantenimiento realizados en el año 2016 por el equipo de Patrimonio Arbóreo Monumental (CIEF) de la Conselleria para su conservación, a petición del Ayuntamiento de Altea. Vinculación marina entre pinos y redes de pesca Aparte de esta ostentosa apariencia, este árbol, al igual que el pueblo de Altea, también ha estado en constante vinculación con la Mar.

La tinción de las redes de pesca a partir de corteza de pino las hace invisibles a los peces Los pinos se aprovechaban para obtener la rosca, su corteza. Los pinos piñoneros tienen una corteza profundamente coloreada por pigmentos orgánicos,


que aunque poco duraderos, funcionaban bien al momento de extraer las tinturas. Este recurso ha sido muy utilizado en el sector marítimo, la tinción de las redes de pesca a partir de corteza de pino las hace invisibles a los peces, y en consecuencia, la pesca es mucho más eficiente. El proceso se realizaba donde se guardaban los aparejos de pesca; comienza por calentar agua, machacar la corteza del pino y hervirla unas 8 horas. En la tintura obtenida se sumergía la red de pesca unas 24 horas. Antes del escurrido se añadía un mordiente, posiblemente agua salada, para evitar la decoloración. Finalmente, el escurrido, secado y el endulzado final. Este proceso se podía repetir varias veces con la misma tintura hasta obtener el color deseado.

Además, la resina de estos pinos también se utilizaba para limpiar las redes de los restos de pescado y tratar las fibras para hacerlas más resistentes. Hasta aquí llegan las historias del Patrimonio Arbóreo Monumental de Altea. Si quieres saber más estate atento a próximas publicaciones al respecto y atrévete a descubrir el ITINERARIO de ÁRBOLES MONUMENTALES DE ALTEA. Ana González Ingeniera de Montes

Kiko Jorro Ingeniero de Obras Públicas

Juan Fco. Picó Ingeniero Técnico Forestal

59


LIMPIEZA DE FONDOS

del puerto de Altea

Esta iniciativa impulsada por la Cofradía de Pescadores y en colaboración con el Club Náutico de Altea pretende extraer los residuos más grandes que llevan décadas en el fondo del puerto con el fin de proteger el entorno natural marino de la Bahía de Altea

D

urante los días 23 al 28 de octubre la Cofradía de Pescadores en colaboración con el Club Náutico de Altea y el Ayuntamiento de Altea está acometiendo una limpieza de fondos del puerto de Altea para la retirada de residuos sólidos del mar. Cuatro buceadores profesionales, con equipos autónomos de respiración y vigilados en todo momento por una embarcación de apoyo harán una batida desde

60

el cantil del puerto hasta una distancia de 25 metros acercando hasta éste los residuos encontrados, para más tarde ser izados con un camión pluma que posteriormente los trasladará a un Eco Parque. La iniciativa ha conseguido ver la luz gracias al convenio de colaboración entre la Consellería de Agricultura y Medio Ambiente y la Federación de Cofradías de Alicante creado para financiar proyectos de retirada de residuos sólidos del mar.


sector pesquero. “Nosotros dependemos de la mar y nos interesa tenerlo limpio”. También ha recordado que hace unos años se hizo un dragado del puerto extrayendo barro, piedras y arena del fondo, pero afirmaba Mulet que “la basura más grande se quedó abajo y está contaminando el agua.” En la zona cercana al cantil del puerto pesquero los residuos que se extraerán serán de índole pesquera, tales como restos de redes y aparejos de pesca, cajas de pescado, bolsas de plástico, neumáticos o restos de cadenas, mientras que en la zona más próxima al Club Náutico se retirarán residuos de tipo plástico, como defensas de barcos, fundas de motores y toldos y accesorios varios de embarcaciones. Se trata de un trabajo muy manual que implica dificultad y profesionalidad, tal y como ha explicado Andrés Ribes, buzo profesional de Algar Servicios, empresa encargada de la limpieza. ”Queremos sacar toda la basura por lo que será un trabajo lento”, declaraba Ribes.

Juan Mulet, Secretario de la Cofradía de Pescadores de Altea, ha recalcado en la rueda de prensa celebrada hoy jueves en el puerto de Altea la gran importancia que tienen estas acciones para todo el

No es la primera vez que el Club Náutico de Altea y la Cofradía de Pescadores trabajan conjuntamente en defensa del medio marino. El año pasado organizaron una original acción de sensibilización en la que se recogieron setenta kilos de residuos del mar que posteriormente fueron subastados en la lonja a un precio simbólico. Se pretendía alabar así la labor de aquellos pescadores que recogen los residuos de las redes, reciclándolos en sus contenedores correspondientes y no devolviéndolos al mar. Beatriz Nomdedeu, Concejala de Medioambiente del Ayuntamiento de Altea, ha resaltado la importancia de que diferentes entidades colaboren para mantener su

61


“Hacia décadas que no se retiraban residuos de los fondos del puerto, este tipo de iniciativas son vitales si queremos proteger nuestro entorno natural”, así explicaba Joaquim Such, Director Gerente del Club Náutico de Altea, el proyecto. El responsable del CN Altea también ha querido matizar que no se trata exclusivamente de un problema ambiental sino que la contaminación y la degradación del entorno repercute en todas las áreas de la sociedad. “El turismo náutico y de cualquier tipo que viene a Altea lo hace porque tenemos una bahía sana y un entorno natural envidiable, debemos conservarlo”, afirmaba Such.

entorno y emprendan acciones conjuntas en defensa del medioambiente. “Me encanta ver como se cuida nuestro puerto y nuestro entorno marino, se trata de que nuestras acciones no perjudiquen las necesidades de generaciones futuras”, afirmaba la edil.

Con esta acción el Club Náutico de Altea y la Cofradía de Pescadores suman en su calendario de actividades medioambientales una acción más en defensa de nuestro medio marino, que redundará en un enriquecimiento de la biodiversidad natural subacuática.

La red de voluntariado submarino Posimed analiza el estado de la Posidonia oceánica en Altea El pasado martes 1 de agosto varios buceadores voluntarios del IEL partieron con una neumática del Club Náutico de Altea para realizar una inmersión y recoger datos del estado de la Posidonia en la zona de la Cala de la Mina. Esta es una de las tres estaciones de control que el proyecto tiene en la Bahía de Altea, además de la de la Isla de la L’Olla y la del Morro de Toix.

L

a Red de control de las praderas de Posidonia oceánica en la Comunidad valenciana es una iniciativa del Instituto de Ecología Litoral (IEL) que se emprendió en el año 2001. A día de hoy el proyecto lleva ya 17 años recogiendo datos ininterrumpidamente de la calidad de las praderas de posidonia oceanica en la bahía de Altea y en otras zonas del levante alicantino.

62

Como explica Joaquín Martínez Vidal, responsable del Área Marina del IEL, la Posidonia Oceánica tiene un crecimiento muy lento y cualquier daño que se le haga tarda décadas en recuperarse. “Llevamos casi veinte años muestreando esta zona y los datos nos muestran que existe un problema con los fondeos, la Posidonia se encontraba en mejor estado en los períodos en los que funcionaban los fondeos ecológicos de la Cala de la Mina”, argumenta Martínez.


Pinturas*Pa * r te

tos ien

Manten s * e t im ten

P o l y es * REPARACIONES EN POLYESTER * PATENTES * TRABAJOS DE ÓSMOSIS * PINTURA EN GENERAL PARA BARCOS * DECAPACIÓN CON PROYECCIÓN DE ARENA * REFORMAS

EMILIO LÓPEZ VÁZQUEZ Avda. Puerto nº 50 (Varadero Club Náutico Altea) - 03590 Altea (Alicante) • Tlf: 689 425 498


ECOALTEA

10 años sembrando alternativas

C

ada año, a mediados del mes de octubre, la explanada exterior del Palau de Altea se llena de coloridos puestos. Artesanos, colectivos, asociaciones, profesionales de la salud y pequeñas empresas intercambian sus conocimientos y ofrecen sus servicios a los curiosos viandantes que se acercan a descubrir esta feria de las alternativas sostenibles. Las aulas y las zonas ajardinadas de la Universidad Miguel Hernández acogen, durante todo el fin de semana, una nutrida programación de actividades y talleres relacionados con la salud, la agricultura

ecológica, banca ética, alimentación natural, bioconstrucción, economías solidarias o educación. Un espacio dedicado a la alimentación ofrece comida durante todo el día, allí se pueden degustar cervezas artesanas, vino ecológico, repostería, elaborados platos, zumos y postres ecológicos. Todo ello acompañado de un ambiente festivo y lúdico en el que no faltan las artes, la música y la danza, que se organizan de manera gratuita y para todos los públicos. Una feria con más de 20 años de historia Este año Ecoaltea ha celebrado su décima edición, pero este bonito proyecto viene de más atrás. En el año 1995 un grupo de artesanos que trabajaban en ferias por todo el territorio nacional quisieron volcar toda su experiencia en crear una feria de lo alternativo en su zona. Lo más importante serían las actividades culturales y las charlas, habría puestos que ofrecerían productos, pero querían principalmente construir un lugar para la información. Así comenzó la Feria Alternativa de Alfaz del Pi, que estuvo en marcha durante nueve años. En el año 2008, bajo las mismas líneas y con la ilusión

64


“Ecoaltea pretende mostrar otras formas de ser y de actuar, se puede cambiar el rumbo sin tomar partido por ninguna confesión política ni religiosa”. Vicent Guardiola, organizador Ecoaltea

“Queremos que haya cabida para todos; niños, jóvenes, adultos, que sea un encuentro multigeneracional para mostrar y compartir lo pequeño, lo creativo, las economías locales y las empresas artesanas”. Mari Luz Brotons, organizadora Ecoaltea.

renovada, arrancaba de nuevo una feria alternativa en la Marina Baixa, pero esta vez sería en el carismático pueblo de Altea. Gracias al apoyo del Ayuntamiento de Altea y a la colaboración de la Universidad Miguel Hernández Ecoaltea veía la luz. Ecoaltea esta formada íntegramente por voluntarios Ecoaltea lo forman apenas un puñado de voluntarios, que con su trabajo y esfuerzo durante todo el año consiguen sacar adelante una feria que en sus diez años de historia ha cobrado una importante magnitud. Visitantes procedentes de toda España se dan cita en Altea incrementando notablemente la ocupación hotelera. Y es que Ecoaltea se incluye ya en el calendario anual de aquellos amantes de lo ecológico y la sostenibilidad que visitan ferias de la talla de Biocultura Valencia. Dando prioridad a lo pequeño y a lo local A través de su página web cada año reciben multitud de propuestas de artesanos y profesionales que quieren participar, de los que se hace una cuidada selección. En Ecoaltea tienen cabida todas las actividades que dan soluciones a problemas económicos, sociales,

de salud, medioambientales y de educación, siempre y cuando dejen de lado la política y la religión. Se da siempre prioridad a lo pequeño y a las propuestas que son de la zona, pues el objetivo es que la gente que va a una actividad o compra a un productor pueda hacerlo el resto del año, dando así continuidad a las alternativas que se ofrecen e integrarlas en el día a día. También existen unos mínimos de calidad, los artesanos deben ofrecer productos con un 80% de trabajo propio y utilizar materiales que no perjudiquen al medio amiente, dando prioridad a aquellos que emplean productos ecológicos. En la sección de alimentación, tanto en los puestos como en los bares, todos los ingredientes deben ser 100% ecológicos. Este año el programa de actividades de Ecoaltea se ha descargado 20.000 veces en internet y se han impreso 12.000 programas en papel. Ecoaltea toma cada año mayor importancia y desde la organización quieren que nuevos voluntarios se incorporen para ayudar en la coordinación del evento, así como animar a la gente joven a que aporte nuevas ideas.

65


UTICO NÁ

VELA

CLUB

A LT E A

AYUDA a la navegación navegar, no es necesario ser socio. Al revés, navegar te dará la condición de socio deportivo. En este primer inicio, ya fuera de la temporada estival, el Club Náutico de Altea pone a disposición de los alumnos de verano, optimist para los más pequeños y 420 para los adolescentes, de forma que puedan seguir aprendiendo todos los fines de semana. Un técnico se encarga de introducirlos en la navegación. Álvaro Arroyo Benito Director Deportivo Club Náutico de Altea

E

l papel que juega el Club Náutico de Altea en el fomento del deporte náutico en Altea ha sido fundamental a lo largo de sus 40 años de historia. La asignación presupuestaria destinada al fomento del deporte náutico hace posible que alumnos y regatistas de todas clases sociales tengan un acceso al mar. Y hablo del caso particular del Club Náutico de Altea. En el Club Náutico de Altea se pone a disposición de los niños y niñas, interesados en iniciarse y progresar en la práctica deportiva de la vela, todo lo necesario para poderlo hacer con garantías. Se realiza de forma indiscriminada, cualquier persona puede venir a

66

Una vez estas ya navegando y eliges la vela como deporte habitual, necesitas un barco propio, una infraestructura y un seguimiento para poderlo hacer, sin unas instalaciones accesibles es muy complicado. En el caso del Remo, el Club Náutico de Altea dispone de tres embarcaciones. Las formas en las que se ayuda al fomento de vela y remo, consiste en poner a disposición de los usuarios los recursos necesarios para practicar la navegación con garantías. SOPORTE TÉCNICO Técnicos pasionados por la vela que instruyen con las capacitaciones necesarias para hacerlo. Aportan los conocimientos que en cada momento el alumno necesita.


SEGURIDAD En el deporte de la vela la seguridad es fundamental, técnicos cualificados, embarcaciones de salvamento, medios de comunicación, todo se pone a disposición en cada entrenamiento que se realiza. Los regatistas requieren de supervisión y apoyo en el mar para una navegación segura. INSTALACIONES Un buena parte de la superficie terrestre del Club está destinado a la varada de las embarcaciones de vela ligera, las embarcaciones necesitan una rampa de acceso a la mar, ser estivadas y endulzarse tras su uso. Las instalaciones en el Club Náutico de Altea cuentan además con la vigilancia de la marinería y seguridad. PREPARACIÓN FÍSICA El deporte de competición cada día se hace más exigente, no es suficiente con navegar los fines de semana, la preparación física es fundamental en la vela ligera, el Club Náutico Altea dispone de los recursos y pone los medios y técnicos para que tanto regatistas de vela como de remo, puedan entrenar diariamente. Las competiciones son en diversos puntos de la costa de la Comunidad Valenciana, o son a nivel nacional o a nivel internacional. Cada regatista compite acorde a su nivel y a los puestos obtenidos en clasificatorias. Para ir de regata hace falta una cierta infraestructura para realizar los desplazamientos.

DESPLAZAMIENTOS Remolque de carretera adaptado a cada clase en la que compite el Club, furgoneta para realizar los desplazamientos, neumática de apoyo a regatistas. El éxito en la competición, exige más a todos los niveles, mejores barcos, desplazamientos más largos a pruebas nacionales, concentraciones… Hay que gestionar la inscripciones, reservas de alojamiento, realizar los traslados de embarcaciones y regatistas, planificar temporadas, definir objetivos. En definitiva es un deporte federado dentro de una macro estructura a nivel internacional, que exige cumplir con una serie de reglamentos. De toda esta infraestructura se benefician lo deportistas. La práctica deportiva dentro de la disciplina de entrenamiento del Club Náutico de Altea, da derecho a acceder a todos estos beneficios. El esfuerzo de cada regatista por aprender y evolucionar es la forma de pago para poder representar a Altea y a su Club Náutico. El Club Náutico de Altea tiene una partida presupuestaría destinada a ayudar a la clase cruceros, todos los años se actualiza el equipo de cruceros, y se organizan los grupos y niveles de ayuda. Se fomenta la participación en forma de pago de inscripciones a regatas. Además se realizan movimientos de barco en el varadero, con la idea de que las embarcaciones tenga una buena puesta a punto en la limpieza del casco. En el caso de que una embarcación tenga un proyecto anual de participación en regatas nacionales excepcional, se estudia el caso por parte de la Junta Directiva, para ver en qué forma se puede ayudar al equipo.

67


IV Regata L’Almadrava de la Marina Trofeo

Desde la antigüedad la costa de La Marina fue testigo de la pesca de la Almadrava. En el Racó de L´Albir o el el Banys de la Reina de Calpe todavía se conservan restos de las factorías romanas de salazón. En época medieval esta actividad se denominaba Tonayres y gracias a un privilegio especial durante la cuaresma, abastecían de pescado a Valencia. La Regata L’Almadrava de la Marina – Trofeo CH Prácticas Náuticas transcurre por los escenarios históricos de esta pesca milenaria, entre Moraira y la Isla de Benidorm, recordando las maniobras que realizaban las barcas para poder rodear les moles, los bancos de atunes que emprendían su viaje de vuelta al Atlántico. En 1956 se dejó de pescar en la Marina mediante este arte tradicional, que generaciones de expertos almadraberos de la comarca han practicado por todo el mediterráneo. Esta regata ha querido homenajear la historia de estos pescadores recorriendo las zonas por donde se pescaban los atunes.

Un total de 17 embarcaciones participaron el sábado 14 de octubre en la cuarta edición de ésta regata de vela de crucero organizada por el Club Náutico de Altea

L

a señal de atención estaba prevista para las 11:00 horas del sábado día 14 de octubre, pero por falta de viento no se produjo la salida hasta las 12:08 horas. La competición, organizada por el Club Náutico de Altea, cubrió una distancia total de 40 millas náuticas, para las categorías de tripulación completa, a2 y en Solitario. Como novedad, este año la regata ha contado con el patrocinio de la empresa CH Prácticas Náuticas Profesional, una red de escuelas náuticas profesionales homologada para impartir los certificados y títulos profesionales por la Dirección General de la Marina Mercante, formación náutica necesaria para poder trabajar en el mar a bordo de un barco. Con delegaciones en Madrid, Comunidad Valenciana y Baleares, CH Prácticas Náuticas cuenta con un centro en Altea.

69


Por lo que respecta a la categoría en solitario, el premio se quedó en casa gracias a la buena actuación de Antonio Puig con la embarcación Etreus II, la segunda posición fue para José Caerlos Eiroca con Pecata Minuta también del CN Altea y la tercera para Gordon Ross con Gordi del RCN Calpe

En la categoría A2 los ganadores fueron Juan Antonio Sánchez y Jose María Baeza con la embarcación Tanit IV del CN Campello, la segunda posición fue para los hermanos Robin y Pedro Imaz con el Limitless Marine Design del CN Altea y la tercera para Miguel Angel García y Victor Paz con Limbo II del CN Altea. Por otra parte, en la clase de tripulación completa el vencedor fue el armador Tomas Llorens con la embarcación Dignity III del RCR Alicante. El segundo puesto lo consiguió Yann Lythgoe con Kim del Marina Denia. La tercera quedó ocupada por Carl Bal con la embarcación Jeffertje II del RCN Calpe.

70

La entrega de trofeos se realizó el domingo 15 a las 15:00 horas en el restaurante del Club Náutico de Altea junto a la entrega del Trofeo 5 Clubs que se celebraba ese mismo día. Los tres primeros clasificados de cada categoría obtuvieron un trofeo especial diseñado para el cuarenta aniversario del Club Náutico de Altea. Cuatro décadas dedicadas al fomento del deporte náutico han pasado desde que el 10 de septiembre de 1977 se firmara el Acta de Constitución del Club Náutico de Altea. Y es por ello que se ha querido entregar a los ganadores este bonito recuerdo de los 40 años de historia del Club reflejados en un logotipo impreso sobre una vela. La entrega de premios contó con la asistencia del vocal de vela del CN Altea, José Rius, y en representación de la empresa patrocinadora CH Prácticas Náuticas asistió Antonio Escribano. Posteriormente los participantes y asistentes de ambas regatas pudieron compartir una comida.


OPEN CLASE OPTIMIST

Más de 200 velas llenan la bahía de Altea

E

L fin de semana del 28 y 29 de octubre ha tenido lugar uno de los clásicos en el calendario de regatas del Club Náutico de Altea, el Open Clase Optimist - Trofeo Club Náutico de Altea. Cerca de 200 regatistas de la Comunidad Valenciana, Madrid y Murcia se han dado cita en la bahía de Altea para participar en esta regata puntuable para el ranking autonómico de las clase Optimist A y B para la temporada 2017-2018. El primer día de regata comenzaba con viento entablado, dirección noreste y 7 nudos de intensidad. El viento fue aumentando durante la mañana del sábado hasta llegar a los 12 nudos al final de la jornada y rolando hasta el levante. Las buenas condiciones meteorológicas permitieron realizar las tres pruebas previstas para ambas clases. Jorge Santos, el joven regatista del Club Náutico de Altea, arrancaba fuerte la competición, en el primer

día de regata conseguía posicionarse líder de la general en Optimist B. Por su parte, Antonio López se alzada líder en Optimist B en una clasificación que dejaba unos resultados muy reñidos para la jornada final del domingo. El domingo amanecía con un viento muy escaso que ha aplazado la salida de la flota al mar. A las 12:00 horas el viento comenzaba a soplar pero de manera muy inestable apuntando alternativa entre levante y sur. La inestabilidad ha obligado a la organización a esperar y no se ha dado la primera salida hasta la 13:30 horas, finalmente el viento sólo ha permitido la realización de una prueba para ambas clases. En Optimist B Fernando Puig del RCN Valencia conseguía hacer un primero en esta última prueba lo que le ha permitido conseguir el primer puesto tanto en Absoluto masculino como en la categoría sub11 masculino. La regatista Claudia Antón del RCN Torrevieja conseguía hacerse con los dos trofeos femeninos de la categoría, subiendo al podium en primera posición tanto en absoluto como en sub-11. En Optimist A Antonio López del RCN de Torrevieja se ha hecho con el oro en Absoluto masculino y Claudia Adán del CN Santa Pola en absoluto femenino. En la categoría sub-13 masculino el regatista del RCR Alicante Miguel Campos ha obtenido el primer puesto y Adriana Castro del RCN Torrevieja lo ha hecho en sub-13 femenino.

72


Antonio López del RCN Torrevieja se proclama campeón en Optimist A y Fernando Puig del RCN Valencia lo hace en Optimist B

Los regatistas del Club Náutico de Altea han hecho una magnífica regata destacando la actuación de los hermanos Santos. Jorge Santos obtenía el segundo puesto en Optimist B tanto en la categoría sub11 como en absoluto masculino y Juan Santos se posicionaba tercero en Optimist A en la categoría sub-13. La entrega de trofeos se realizaba a las 17:30 horas del domingo 29 en el exterior del Club Náutico de Altea.

Se trata de la segunda cita nacional de vela infantil que acoge el Club Náutico de Altea este año después de que se celebrara la Copa de España de Optimist el pasado abril. Un encuentro que reunió a los mejores de España de la modalidad y que definió a los representantes españoles en los mundiales de Optimist en Tailandia. El Club Náutico de Altea tuvo el honor de entregar el primer premio de la Copa de España a María Perelló, quien meses más tarde ganaría también los mundiales, demostrando que la vela infantil española está en plena forma.

73


RELATOS NÁUTICOS

Regata oceánica Huelva - La Gomera Juan Lallemand Regatista del CN Altea

E

La regata oceánica del 525 Aniversario del Descubrimiento de América, con un recorrido de 750 millas entre Huelva y la isla de la Gomera se disputó del 2 al 9 de septiembre de este año. Una regata referente entre los navegantes deportivos españoles que quedó interrumpida hace unos pocos años y que ahora retoma su andadura.

l día 2 de septiembre poníamos rumbo a la Gomera diez regatistas alicantinos. Recorreríamos un total de 750 millas a bordo del “Brujo jazz”, First 47.7. Cuatro días antes habíamos llegado al puerto de Huelva para hacer algunos entrenamientos y la puesta a apunto del barco. El Brujo estaba listo pero aun así había cosas que nos asustaban.

ordenador, al tercer día nos dijeron que íbamos muy bien posicionados, terceros en tiempo compensado. Entonces pensamos que no íbamos a soltar ni un milímetro, a partir de la última noche fuimos a tope. Quizás esta estrategia fue fruto de nuestra juventud, y ahora pienso que si en el último tramo hubiésemos reducido trapo el barco habría sufrido mucho menos e igual no habríamos tenido un final tan desafortunado.

El primer día salimos con poquito viento, unos 8 nudos del oeste, no nos imaginábamos lo que nos depararía el último día de regata. La segunda noche ya fue bastante crítica, con rachas de 32 nudos. Habíamos roto ya un asimétrico e íbamos con el código cero, durante mi guardia pensé que en cualquier momento el palo iba a salir volando, aún así lo disfruté mucho, iba trimando.

Al cuarto día la silueta del Teide se alzó ante nosotros, la imagen era preciosa. El viento soplaba con apenas 12 nudos de intensidad pero dos horas después todo cambió. Olas de 3 metros y un viento descomunal de 40 nudos castigaban nuestro barco y cuando casi habíamos llegado, a tan sólo 100 metros de la llegada, partimos el timón.

No teníamos mucho contacto con el exterior, pero de vez en cuando nos enviaban algún mensaje en el

74

Me tire al agua y pude ver como el timón estaba partido a ras del casco, habíamos golpeado con algo, no había otra explicación. La situación era crítica, no


Juan Lallemand, con tan sólo 21 años, acumula en su trayectoria una importante lista de regatas de crucero, entre ellas competiciones de la talla de la Copa del Rey, el mundial de Swan o las 200 millas a2 de Altea. Creció en el mar junto a su padre, de quién ha aprendido todo de la navegación. Comenzó de bien pequeño a navegar en Optimist en el Club Náutico de Altea, pero pronto se dio cuenta de que lo suyo era la navegación en crucero. Ahora tiene claro que quiere dedicarse profesionalmente a la vela y está trabajando duro para cumplir su sueño.

teníamos ni un centímetro de timón para poder gobernar el barco y estábamos al lado de las rocas. Con los chalecos puestos sacamos las balsas a cubierta por si había que abandonar el barco. Con el viento tan intenso y con las velas arriba, el barco se puso a dar vueltas. En ese momento tuvimos la mala suerte de que el mosquetón del puño del foque se rompió y de un golpe se subió para arriba, dando vueltas como un fantasma acabó por enrollar la driza en el palo, pensábamos que se iba a ir abajo. Fue un momento un poco crudo, y después de 750 millas y habiendo dormido apenas tres horas cada noche, el físico no lo tienes al 100%. Supimos reaccionar bien, hicimos un timón de fortuna con el tangón, pero éste acabo partiendo porque era de carbono. Ahí nos vimos apurados del todo. Queríamos evitar el rescate a toda costa porque era la opción más peligrosa, pero al final no nos quedó otra opción que avisar a salvamento marítimo. Cuando otra embarcación te remolca pega tirones, y sin timón, nuestro barco iba dando fuertes tumbos de un lado a otro, daba la sensación de que se iba a partir en pedazos. Los 200 metros que nos separaban del puerto tardamos en recorrerlos remolcados un total de cuatro horas. A pesar de lo duro de la experiencia ha sido una regata muy bonita de la que he aprendido muchísimo y que sin duda repetiría.

¿Dónde te gustaría verte en unos años? Mi sueño desde pequeñito siempre ha sido navegar en Fígaro, una clase oceánica en solitario que hace regatas transoceánicas. Es el paso intermedio, junto a la clase mini 650, antes de llegar al Imoca. A mi me gustaría seguir estos pasos, y quien sabe si algún día poder hacer una vuelta al mundo en solitario. ¿Qué es lo que te atrae de la navegación? Me he criado en el mar y es donde me siento realmente bien. A veces me asusto porque llego a pensar que estoy mejor en el mar que en tierra, quizás esto sea lo que me empuja a navegar en regatas largas. ¿Qué pasos estas dando? Llevo dos temporadas de fijo con el equipo holandés Gaastra, con el que hacemos todo el circuito del mediterráneo de la Swan Cup. Además tengo otros pequeños proyectos y como siempre navegando con mi padre en a2. Estoy intentando preparar el Guaguanco para navegar en solitario y empezar a entrenar en esta modalidad.

75


Finaliza el Trofeo Regularidad 2017

E

l sábado día 26 de agosto se disputó la última prueba del Trofeo Regularidad 2017 del Club Náutico de Altea, una regata interna que como cada año se celebra a lo largo de todo el verano durante los sábados de julio y agosto. El Trofeo Regularidad es ya todo un clásico dentro del calendario deportivo estival del CN Altea, además de servir como pretemporada para los equipos de competición también es una manera de premiar la constancia y la habilidad de los jóvenes regatistas durante el verano. CUADRO DE CLASIFICACIONES Optimist A y B: 1º JUAN SANTOS, 2º LUIS ALONSO SUÁREZ Y 3ª JORGE SANTOS. Optimist C: 1º CARMEN GARCÍA VALLS, 2º PEPE SANTACREU y 3º JOSE SANTOS OSIPOV.

Laser: 1º GONZALO SUAREZ, 2º JUAN AZIZ DAHAN y 3ª ANTONIO CARRILLO. 420:  1º MARIA RONDA  y ROSANA MARTÍNEZ, 2º ALEJANDRO ARROYO y ADRIAN SERRAT 3º MARINO ARROYO y VALENTINO FRANCINI.

La II Regata YUASA Flying Dutchman ya tiene ganadores

P

atrocinada por la empresa fabricante de baterías Yuasa Battery Iberia y organizada por el Club Náutico de Altea, la II Regata YUASA comienza a consolidarse como una cita clave en el calendario nacional de Flying Dutchman, una modalidad de vela que cuenta con uno de los monocascos de dos tripulantes más rápidos del mundo. La II Regata YUASA ha podido completar el total de las pruebas programadas, disputándose un total de 6 mangas a lo largo de las mañanas del pasado sábado 16 y domingo 17. Las buenas condiciones meteorológicas han permitido finalizar la regata con éxito. La jornada del sábado se desarrolló con viento de levante que llegó a los 18 nudos de intensidad y el domingo sopló viento del sur con una intensidad estable de 8 nudos. La indiscutible ganadora ha sido la embarcación tripulada por los portugueses Hugo Verissimo y Jaoao

Arco del GCN Faro, con cuatro primeros. En segunda y tercera posición han quedado las embarcaciones del Club Náutico de Altea tripuladas por Juan Ignacio Egea y Guzman Egea y Enrique Egea Moreno y Enrique Egea Aguado respectivamente.

77


Tres tripulaciones alteanas en el Campeonato del Mundo de Flying Dutchman en Scarlino

La tripulación formada por Juan Aziz Dahan y José Luis Ruiz finalizaron en la posición 59, la cual situó a Juan en el segundo puesto como patrón sub- 26 años. En el puesto 80 terminaban Juan y Guzmán Egea y tras ellos en la posición 86 terminaban Enrique Egea y su hijo Enrique.

El Club Náutico de Altea participa en el XIII Congreso de Escuelas de Vela de la FVCV

El XIII Congreso de Escuelas de Vela de la Federación de Vela de la Comunitat Valenciana, que también ha englobado la Convención Nacional de Escuelas de Vela, se celebró los pasados días martes 17 y miércoles 18 de octubre en el centro Natural School Beach de Elche. La escuela del Club Náutico de Altea, escuela homologada por la FVCV, estuvo presente con dos de sus representantes, Álvaro Arroyo, Director Deportivo y el entrenador Juan Arándiga.

Dos jornadas en las que se han tratado varias ponencias enfocadas a la red de escuelas y actividades encaminadas a la mejora de la docencia para los más pequeños.

El CN Altea continúa un curso más impartiendo vela en los colegios

Continuando con el convenio firmado el curso pasado con el Ayuntamiento de Altea, de octubre a junio técnicos deportivos del CN Altea impartirán de nuevo la actividad extraescolar sobre náutica en los cinco colegios públicos de Altea. Los tipos de barcos, sus partes y funcionamiento, los tipos de nudos y la meteorología del mar serán algunos de los contenidos incluidos en el plan formativo.

El equipo de Optimist del CN Altea visita la Volvo

El pasado sábado 21 de octubre tuvo lugar el Team Racing Clinic, una regata de vela infantil por equipos con motivo de la salida de la Volvo Ocean Race. Los más pequeños de la vela valenciana disfrutaron además de un programa de actividades enfocado a difundir los valores relacionados con la navegación oceánica y el fomento de las actitudes respetuosas con el medio marino.

79


Gonzalo Suárez subcampeón de España en Láser Radial sub-17

E

l domingo día 5 de noviembre finalizaba la Copa de España de Laser Radial, organizada por el Club Nàutic s’Arenal, que se ha llevado a cabo en aguas de la bahía de Palma desde el viernes 3 de noviembre. 98 regatistas procedentes de 30 clubes náuticos diferentes compitieron en tres jornadas marcadas por un viento inestable que permitió la realización de un total de 5 mangas. El primer día de regata no se pudo navegar por la falta de viento, pero el segundo ya el viento sopló entre los 12 y los 14 nudos lo que permitió la realización de tres pruebas. La competición finalizaba el domingo con mucho viento que superaba los 15 nudos de intensidad. Gonzalo Suárez, regatista del Club Náutico de Altea, mantuvo un altísimo nivel durante toda la competición, obteniendo un tercero y un primero como mejores marcas. Suárez se despedía de los nacionales con excelentes resultados, un sexto en la clasificación general y recogiendo el segundo trofeo en Laser Radial Sub-17. El regatista alteano se hacía así con

la mejor posición en la tabla de toda la Comunitat Valenciana. Su compañero de Club, Juan Azid, seleccionado también para representar al equipo de la Comunitat Valenciana en estos nacionales se hacia con el puesto 65 en la general.

“Estamos muy satisfechos con los resultados de nuestros dos regatistas en esta Copa de España. El trabajo de preparación y entrenamiento que estamos realizando con los chicos está dando sus frutos y es una satisfacción ver como uno de nuestros regatistas sube al podium en unos nacionales”. Álvaro Llusiá, entrenador de Láser del Club Náutico de Altea.

La pareja María RondaRosana Martínez consiguen el pase a la regata nacional de 420

L

as regatistas del CN Altea viajaron a Cádiz el pasado 3 de noviembre para disputar la Copa de España de 420 como integrantes del equipo de la Comunitat Valenciana. Las deportistas consiguieron un puesto 43 en el grupo plata y han vuelto muy satisfechas con su primera participación en unos nacionales.

81


UTICO NÁ

REMO

CLUB

A LT E A

Homenaje a las Veteranas del Club Náutico de Altea tras proclamarse

CAMPEONAS de ESPAÑA El viernes 18 de agosto el Alcalde de Altea Jaume Llinares y el Concejal de Deportes Pere Barber, recibieron en el despacho de Alcaldía a las flamantes campeonas de España de Llaüt Mediterrani.

E

l equipo veterano femenino de remo del Club Náutico Altea conseguía el título nacional en aguas de Tarragona el pasado mes de mayo en la XIII edición del Campeonato de España de Llaüt Mediterrani, el más concurrido de la historia que contó con 900 remeros procedentes de 35 clubs. La sección de remo del CN Altea tras muchos años de trabajo y sacrificio ha conseguido consolidar un equipo de veteranas femenino que este año

82


ha conquistado importantes títulos. Las deportistas alteanas se han hecho con la plata y el bronce en los dos Campeonatos Autonómicos y culminan la temporada con el oro en el campeonato de España. El equipo veterano femenino del CN Altea estuvo acompañado en la recepción municipal por el presidente de la entidad deportiva, José Román Zurutuza, y el responsable de la sección de remo, Vicent Jorro, y recibieron de la mano del Alcalde de Altea una placa conmemorativa del título conseguido recientemente. Para el primer edil de Altea, Jaume Llinares, “es necesario y merecido tener este tipo de reconocimiento para los equipos alteanos que consiguen logros tan importantes”. Llinares también quiso mandar un mensaje más de apoyo al Club Náutico Altea, que busca su estabilidad tras varios años de incertidumbre en la concesión de sus instalaciones, “el trabajo que estáis haciendo durante todos estos años en el apoyo y la promoción de los deportes náuticos, es vuestro mayor activo para conseguir vuestra estabilidad y lo que os diferencia de los demás”, destacó el Alcalde de Altea que les animó a seguir por ese camino.

El Club Náutico de Altea lleva 17 años impulsando la modalidad de remo de banco fijo del Mediterráneo, un deporte autóctono de la Comunidad Valenciana. Este año sus equipos han demostrado que son capaces de superarse año tras año. Desde el cuerpo técnico del Club alaban la gran capacidad de trabajo de los remeros y están más que satisfechos ya que se han superado con creces los objetivos fijados para este año.

El remo del Club Náutico de Altea entre los mejores equipos de la temporada 2016-2017

E

l Auditorio de la Casa de Cultura de Calpe acogió el pasado 11 de noviembre la Gala de Remo 2017 organizada por la Federación de Remo de la Comunidad Valenciana. Allí se entregaron los premios obtenidos por los vencedores de cada categoría en las diferentes ligas SUMA disputadas durante la temporada: remo olímpico, banco fijo, remo de mar y yolas. También se homenajeó a los deportistas que han destacado durante el año en competiciones nacionales e internacionales. Cesar Sánchez, presidente de la diputación de Alicante, quiso resaltar el aumento del número de mujeres que practican remo “que se ha multiplicado en este periodo casi por 3, pasando de 532 licencias a 1.420, lo que demuestra que el remo es un deporte igualitario”. El equipo de veteranas del Club Náutico de Altea obtuvo tres de los más importantes reconocimientos por sus logros en esta temporada; la obtención del título de subcampeonas autonómicas de fondo, el de campeonas de España de remo y el bronce en el autonómico de Llaüt. Por su parte, el equipo de jueveniles femenino del CNA subió también al escenario a recoger el galardón como campeonas de liga en su categoría.

83


CLUB UTICO NÁ

A LT E A

PESCA

El Lira gana el Concurso de Pesca al Curricán

E

l sábado 4 de noviembre 41 aficionados a la pesca y 16 embarcaciones han participado en el Concurso de Pesca al Curricán organizado por el Club Náutico de Altea.

La jornada se ha caracterizado por un número bajo de capturas debido a lo avanzado de las fechas que ha obligado a afinar la pericia de los pescadores para localizar las piezas.

Mallorquín y tripulada por Rafa Rodríguez, Miguel Zaragoza y Manuel Crespillo, se ha hecho con la primera posición con un total de 9160 gramos En este concurso sólo se podían utilizar cebos capturados. En segundo lugar se ha clasificado el artificiales. Estos cebos suelen ser coloridos y Xorta III, del patrón José García y los tripulantes articulados con el fin de que sean muy atractivos Jacobo Pérez, Beatriz Villa y Esperanza Lloret, para los peces, ya que al ser una técnica de que ha conseguido un pesaje de 8850 gramos y pesca de arrastre se busca además ha sido el que se ha que este cebo artificial simule llevado el premio a la pieza a la perfección la manera de La pesca al curricán mayor gracias a la captura de nadar de un pequeño pez, que es una técnica que una llampuga de 2470 gramos. en realidad es un anzuelo en el La tercera posición ha sido se realiza desde extremo del hilo de pescar. para el Yemaza, patroneado por una embarcación y Eduardo Burguero y tripulado Con el fin de promover la pesca consiste básicamente por Francisco Bruguero, con un responsable y concienciar sobre total de 6760 gramos de pescado en arrastrar el una actuación respetuosa en el capturado. señuelo desde el barco medio marino, cada embarcación sólo podía presentar al pesaje a una velocidad lenta El concurso comenzó a las 7:00 un máximo de seis piezas por horas y los pescadores tuvieron para ir recorriendo especie. Con esta restricción cerca de 6 horas de pesca para distintas zonas y así se pretende que los pescadores conseguir la mayor diversidad de no agoten los bancos de peces atraer a las presas. especies y los mejores tamaños. y tengan que recorrer distintas zonas y buscar variedades de La entrega de trofeos tuvo especies diferentes. lugar en el restaurante del Club Náutico donde posteriormente todos los participantes El objetivo de este concurso es fomentar la actividad compartieron una comida que tenía como plato de la pesca y que los aficionados tengan un espacio principal un arroz con llampuga. La entrega para interactuar y un punto de encuentro para estuvo conducida por los vocales de pesca del Club compartir experiencias. Náutico de Altea Joaquín Rodríguez de Vera, quien agradeció la participación de todos los aficionados La embarcación Lira, patroneada por Ivan a la pesca, y Francisco Fresneda.

85


OFICIOS Orión García Gallardo, responsable del departamento de Control Pesquero de Satlink

“La industria pesquera sabe muy bien que para garantizar su propio futuro es necesario aplicar todas las medidas que mejoren la sostenibilidad y la tecnología actual es el mejor aliado“ Autodisciplina, proactividad y compromiso son algunas de las cualidades profesionales que mejor definen a Orión García Gallardo. Este carácter le ha llevado a trabajar en todo tipo organizaciones desde empresas como Pfizer, BMW o Cigna, hasta compañías altamente innovadoras como Satlink, la ingeniería española especializada en telecomunicaciones por satélite donde actualmente supervisa varios sistemas dirigidos a garantizar la sostenibilidad del sector pesquero a través del uso de estas tecnologías. Nacido en Altea, comenzó en el mundo de la náutica a los 8 años navegando y compitiendo en Optimist en el CN Altea. Durante esa época, llegó a clasificarse en el equipo autonómico para participar en dos Copas de España y dos Campeonatos de España de Optimist. Posteriormente, pasó a navegar y competir en la clase olímpica Láser donde llego a ser campeón autonómico hasta en 6 ocasiones. En esta clase también participó en numerosos Campeonatos y Copas de España y en un Campeonato Mundial, destacando un 2º puesto en un Campeonato de España de Laser 4.7 y un 5º en una Copa de España de Láser Radial. ¿Cómo recuerdas tus inicios en el CN Altea? Cuando navegaba en Optimist recuerdo que no me costaba nada despertarme el fin de semana, desayunar, hacer la mochila rápidamente y coger la bicicleta a toda velocidad hacia el club náutico. Una vez allí recuerdo que siempre estábamos haciendo un poco el trasto, jugando y molestando a

86

los trabajadores que reparaban los barcos, mientras poníamos a punto el barco antes de salir a entrenar. Es la época donde cada día aprendes cosas nuevas y te vas perfeccionando como navegante. ¿Fue difícil compaginar la vela con los estudios? Recuerdo que con 14 años pasé a navegar en Láser, una embarcación más grande y que requería una buena condición física. En esta época era más difícil compatibilizar las obligaciones con las aficiones, debía entrenar más y además mantener el nivel de exigencia en los estudios. Fue una época más complicada en la que ves que la mayoría de la gente va dejando la navegación por otras cosas que les motivan más. No fue este mi caso. A partir de los 18 años me mudé a Madrid para empezar mis estudios en ingeniería informática, pero siempre intentaba entrenar uno o dos fines de semana al mes. Las regatas las recuerdo bastante cansadas ya que tenía que viajar 450 km hasta Altea, allí junto al resto del equipo del CN Altea, montábamos las embarcaciones en el remolque, viajábamos hasta donde era la regata, competíamos y yo tenía que volver el domingo a Madrid. Sin embargo, y pese a todo, no dejé de realizar regatas, ni en mi época de la universidad ni cuando estaba ya trabajando. Participaste en varias campeonatos autonómicos y copas de España, ¿qué te llevas de estas experiencias? Son competiciones duras que exigen muchas horas de entrenamiento al día y mucho sacrificio


para conseguir un buen resultado. Pero, por otro lado, te transmite unos valores importantes como son la deportividad, el compañerismo, la disciplina, el esfuerzo y el sacrificio para perseguir tus objetivos, al tiempo que te brinda la posibilidad desde muy pequeño de visitar diferentes lugares y conocer gente de toda España con distintas tradiciones, opiniones y formas de ser, y eso hace que uno tenga una visión más abierta del mundo. ¿Qué papel desempeñas como responsable del departamento de Control Pesquero? Soy el responsable de los dispositivos y aplicaciones orientadas a la gestión del control pesquero dentro del departamento de I+D. Mis tareas son presentar soluciones técnicas para clientes bajo demanda o investigar nuevas soluciones que ayuden al control pesquero mejorando lo que hay actualmente en el mercado.

¿Cómo es el día a día en tu trabajo? La misión del departamento es controlar diariamente la localización y el comportamiento de más de 4.500 barcos que navegan por todos los océanos. Esta labor se realiza a través del sistema Satlink VMS (Vessel Monitoring System), que facilita tanto la geolocalización de los buques vía satélite, como los datos que aseguran que ese barco está en el lugar adecuado y realizando las tareas para las que está autorizado. El sistema VMS envía datos de identificación y posición de los buques cada dos horas que incluyen la fecha y la hora de la posición, así como el rumbo y la velocidad de los buques de pesca. Por otro lado, el ERS (Electronic Reporting System) nos ofrece datos de captura, desembarque, ventas y transbordo a través de un diario electrónico que guarda la información de las operaciones de pesca y que se envía a los centros

87


de las autoridades nacionales. Todo este proceso está muy automatizado, pero debemos estar muy atentos a las incidencias que puedan producirse. De alguna manera, nuestro trabajo es parecido al de un controlador aéreo. ¿Hacia donde apuntan las futuras mejoras en tecnología del control pesquero? Además de los sistemas VMS y ERS, estamos trabando en lo que llamamos Monitorización Electrónica a bordo (EM) que nos permite capturar, mediante cámaras situadas a bordo de los buques, toda la operativa diaria que se realiza en los barcos y controlar desde el tamaño de las capturas hasta si se está realizando correctamente una maniobra para evitar la pesca de especies protegidas y que no son objetivo de un barco en concreto. ¿Qué países están a la vanguardia en este sector? Cada vez hay más países que ven en la tecnología la mejor herramienta para la sostenibilidad de la pesca y, sin duda, España es un país pionero y referente mundial por sus políticas de transparencia y control pesquero. El Centro de Seguimiento de Pesca (CSP) a través del sistema VMS instalado por Satlink registra anualmente un volumen de 17,5 millones de posiciones, correspondientes al seguimiento de alrededor de 2.000 embarcaciones pesqueras. ¿Qué ocurre con los pesqueros que no tienen vuestro dispositivo instalado? En mi opinión, las capturas de cualquier barco o flota que no disponga de sistemas de localización, registro y de monitorización de actividad a bordo no deberían entrar en la cadena de suministro hasta el consumidor final. Simplemente, se desconoce quién, qué, cuándo y dónde han conseguido pescar, es decir, se enmarcarían dentro de la denominada pesca ilegal, un peligro para la cadena de consumo y una clara competencia desleal para las flotas que hacen bien las cosas.

88

¿Este sistema está siendo bien aceptado por el sector pesquero? Cuando se trata de sostenibilidad, todos estamos involucrados y aquellos que desarrollan su actividad de forma sostenible comprenden la necesaria existencia de un control para garantizar que las capturas proceden de una actividad pesquera transparente, sostenible y responsable. Queda trabajo que hacer, pero todos los actores, desde los tripulantes a las administraciones, pasando por el propio sector pesquero, creen que la regulación y su cumplimiento, con el concurso de la tecnología, es la mejor herramienta para lograr el Objetivo 14 de la agenda de Desarrollo Sostenible de la ONU para conservar y utilizar de forma sostenible los océanos, los mares y los recursos marinos. ¿Tenéis evidencias de que este sistema está funcionando en la lucha contra la pesca ilegal? Por supuesto, la tecnología es el mejor medio para luchar contra la pesca ilegal, una actividad que produce un gran daño a la industria al reducir su competitividad y que no aporta ninguna garantía a los consumidores finales. Es difícil cuantificar en qué medida la tecnología reduce este fenómeno, pero nadie duda de que es el mejor instrumento para garantizar el futuro sostenible de los recursos pesqueros, que pasa fundamentalmente, por la erradicación de esta lacra. ¿Estáis trabajando en algún nuevo proyecto? Además de la evolución continua de nuestros sistemas a la que he hecho referencia, Satlink es un líder mundial en el desarrollo de boyas inteligentes. Un buen ejemplo de ello es el lanzamiento de la primera boya solar de doble ecosonda (ELB3010 ISD+), que permite determinar no sólo la biomasa de los cardúmenes de peces, sino también la especie predominante e incluso las Tn de las diferentes capas del banco hasta una profundidad de 115 metros. Estos datos son vitales para la operativa de los armadores y, por supuesto, para la sostenibilidad de un recurso fundamental en la alimentación humana.


LOS IMPRESCINDIBLES Alfredo Martínez: “El Club Náutico de Altea y Juan Alvado, antiguo alcalde de Altea, han sido dos de los apoyos más fuertes que ha tenido la Cruz Roja” Hace treinta y cinco años la Cruz Roja del Mar en Altea comenzaba su andadura de la mano decidida de Alfredo Martínez. Sin medios materiales y contando solo con su tesón y entrega desinteresada construyó una entidad que a día de hoy desarrolla 69 proyectos solidarios, entrega alimentos a 255 personas y salva cientos de vidas en el mar. Nacido en Madrid, fue uno de los niños evacuados durante la guerra civil española. A la edad de cinco años, tan solo junto a sus dos hermanos, viajó hasta tierras valencianas para finalmente ser acogido por una familia de Altea. A los nueve años se lanzaría al mar para trabajar como pescador y ayudar a su familia. Electricista, tripulante de barcos de pasaje, marinero en buques del ejército o pintor son algunas de las profesiones que Alfredo Martínez tuvo que ejercer para ganarse el pan en una de las épocas más duras de la historia reciente de nuestro país. Experiencias que le han forjado un fuerte carácter emprendedor, decidido y sobretodo, solidario. Una convicción por la solidaridad y la ayuda a los demás que le llevaría a dedicar toda una vida a la Cruz Roja. ¿Cuál fue su primer contacto con el mar? Mi madre subía todas las mañanas a la parte alta de la Sierra de Bernia para bajarse en la cabeza y a pie capazos de leña para luego venderlos, y mi padre apenas ganaba como pescador. Viendo el cuadro que había en casa, no pude hacer otra cosa que dejar la escuela y embarcarme junto a mi padre

90

en un barco de Altea para salir a pescar. Por aquel entonces yo tenía nueve años. ¿Qué le llevó a salir de Altea durante tantos años? Cuando hice el servicio militar a los 20 años me di cuenta que aquí no había posibilidades para ganarse la vida, decidí salir y buscar algo fuera. Eran ya los años 50 cuando viaje a Barcelona gracias a unos contactos para acabar trabajando en Transmediterránea, en el barco “Ciudad de Valencia”. Se trataba de una flota de barcos que anteriormente, durante la República, habían funcionado como cruceros de pasajeros, pero con la llegada de la dictadura habían sido incautados para servir al ejército en la Guerra de Ifni. Transportábamos material de guerra, medicamentos y tropas de tierra. ¿Cómo fue su primera experiencia fuera de casa? Mi primer viaje con Transmediterránea fue corto la verdad. A la altura del puerto de Cádiz, mientras estábamos cargando en las bodegas, alguien se asomó gritando: ¡fuego!. Subí arriba y pude ver como ardía toda la parte de proa, había muchísimo fuego. Pensé en el peligro que suponía un incendio


en un tipo de barco como aquel, en la bodega iban las bombas y todo el armamento. Tuvimos que tirarnos al agua y nadar hasta puerto, pero allí no acabó todo. Con pistola en mano, nos obligaron a embarcarnos de nuevo a bordo, en aquel barco incendiado. Pero aquello no había manera de apagarlo.

Llevamos a invitados de la boda a hacer turismo por todo el Mediterráneo, llegamos a estar a las puertas del Mar Negro, pero por aquel entonces era territorio comunista, y no pudimos pasar. De ahí fuimos a Grecia para llevar a los invitados a la boda, fuimos recibidos por los príncipes en el puerto.

Los barcos que estaban cerca podían provocar un incendio en cadena, por lo que había que hundir el barco. El oficial desde tierra decidió lanzar un cañonazo para hundirlo, pero nosotros aún seguíamos a bordo. El primer cañonazo nos pasó por encima y no llegó a tocar el barco. A la primera oportunidad conseguimos escapar de allí.

¿Cuándo decidió volver a Altea? Era una vida muy amarga. Te daban pocos permisos para ir a ver a la familia, y cada poco te cambiaba de barco y de compañeros. Mi primera hija nació cuando estaba embarcado, recuerdo un telegrama que decía: ”Esperanza bien. Una hija.”

Y como ésta, supongo que habría muchas más anécdotas… Viajé por todo el Mediterráneo, conocí países de África, Europa y Asia. Más adelante, embarque en el “Villa de Madrid”, esta vez un crucero que a parte de llevar carga también era de turismo. En el año 1962 fue alquilado por el entonces príncipe Juan Carlos I. Y es que en mayo de ese año tendría lugar su boda con doña Sofía, en Atenas.

El salario que nos pagaban, aún así, era muy bajo y nos las teníamos que ingeniar. Eran tiempos de poca abundancia. La gente de condición humilde se vio obligada a cruzar la línea roja que separa la legalidad de la ilegalidad, adentrándose en el mundo del estraperlo de tabaco y alimentos. Esta actividad compensaba en cierta manera el bajo salario que recibíamos. Cuando los controles comenzaron a ponerse más serios decidimos dejarlo todo. Después de 14 años embarcado volvía a Altea. ¿Cómo comenzó su vinculación con la Cruz Roja? Cuando volví a Altea tenía que ganarme la vida de alguna manera. Tras el fin del aislamiento internacional del régimen franquista hubo un boom de turismo en los años 60 y 70 en la Costa Blanca, y se comenzó a construir mucho por esta zona. De electricista pasé a pintor en una empresa y de ahí a encargado. El dueño de uno de los hoteles donde trabajaba era el presidente de Cruz Roja Benidorm. Sabiendo que me había dedicado a la mar y mi capacidad organizativa me propuso sacar adelante la sección naval, que por entonces no estaba funcionando todo lo bien que debería. Dos años después comenzó con un nuevo proyecto en Altea.. Si, me propusieron montar una delegación de Cruz Roja en Altea. Pero hacía falta dinero para montarlo, tenía que hablar con todo el mundo y ponerlo en marcha. Me pareció que el sitio ideal era el Club Náutico de Altea. Una tarde me acerqué al que era presidente por aquel entonces, Rafael Bravo Morata, mientras paseaba con su mujer y le dije que me hacía falta un lugar para la sede de Cruz Roja en Altea. Me ofrecieron un local en el varadero y ahí comenzamos.

91


Primera sede en el CN Altea

Sin presupuesto y de forma voluntaria, ¿cómo consiguió arrancar? Pues hablando y pidiendo cosas a todo el mundo y trabajando en mis ratos libres y en los almuerzos del trabajo. Me llamaban la hermanita de la caridad, llegué a hacer más de 300 socios. Por ejemplo, nuestro primer barco se lo pedí a un socio del Club, Felipe Fuster. Me pregunto: ¿y tú que ganas?. ¿Yo?, le contesté; yo no gano nada, yo tengo mi trabajo, esto es voluntario. Coge el barco, me dijo. O también, la primera ambulancia la encontré en una clínica de Benidorm, la tenían en desuso. Con el tiempo Juan Alvado, alcalde de Altea, nos propuso llevar el servicio de ambulancias de todo Altea. Tras muchos años de trabajo pasasteis de ser una delegación a ser la Asamblea Local de Altea… Veinte años después comenzó a coger mucha envergadura. Llegamos a tener siete ambulancias y seis zodiacs, con las que cubríamos 14 km de playas,

en aquel entonces la cruz roja del mar en Altea era muy importante. Llegó un momento en que hacía falta un convenio de colaboración económica con el Ayuntamiento para el contrato de mantenimiento de playas y el servicio de ambulancias. Lógicamente el voluntariado ya no era suficiente. Eran los inicios de los años 90, fue entonces cuando me dejé el trabajo y me dediqué exclusivamente a esto. ¿Cómo fue la relación con el Club Náutico de Altea durante esos años? Siempre ha habido mucha cohesión y muy buen entendimiento con el club, en sus inicios el club le dio la vida a la Cruz Roja. Siempre hubo una relación de simbiosis y de ayuda mutua. Cuando se hacían las 200 millas a2 aquí estábamos ayudando a sacar barcos y lo que fuera. Hacíamos la cobertura de todas las regatas. Es una relación que me enorgullece ver como ha continuado con el paso de los años.

1993. Envío de trailers con medicamentos y comida a un hospital de Zagreb

92


Tu espacio de naturaleza e inspiración Your space of nature & inspiration Ваше пространство природы и вдохновения

C/ Norai Nº 7, Urb. Altea Hills - Altea (Alicante) - Entrada por Urb. Altea Hills - N332

Tel. 96 584 20 23 · info@grupogardendeco.es

· www.grupogardendeco.es


NÁUTICA FLASHBACK

1986VUELTA A ESPAÑA A VELA El 6 de octubre de 1986 el Club Náutico de Altea acogía la tercera etapa de la IV Vuelta a España a Vela

A la derecha el Banco Atlántico, ganador de la regata.

94

- Regata Paternina, una etapa de 294 millas entre Altea y Estepona.


El Hola, con tripulaciรณn totalmente femenina. Ambrosio Sevila, cuarto presidente del CN Altea, dirigiendo la entrega de trofeos.

95


Revista Altea Náutica nº7  
Advertisement