__MAIN_TEXT__

Page 1

[1]


[2]


d/A [3]


] EXPANSIVA ]

colección de nueva literatura latinoamericana 2017

] Diseño, edición y diagramación / Nadia Sol Caramella - Juan Manuel Corbera ] Contacto editorial / escrituras.indie@hotmail.com ] Ilustración / Stephanie Reiter [ stephaniereiter.tumblr.com ] [ escriturasindie.blogspot.com.ar ] + facebook.com/escrituras.indie [ issuu.com/escrituras.indie ] + facebook.com/difusionalternaed

difusión a/terna ediciones, la editorial de Escrituras Indie [4]


Primavera nuclear andina AgustĂ­n Guambo

[5]


[6]


—Soy ceniza de tu dios—

[7]


[.iii.] el cráneo del mar brilla en el páramo andino en el centro de una jauría de árboles un canto arcano anuncia el nacimiento de la noche —¿pampachamuni apullay uyahuanquichu, manachu?— he escuchado la dulce locura que crece en tu sangre tal como un cetáceo que se revuelca en la enredadera de las estrellas [la noche nos protegerá de la pesadilla insectívora] tukuy yawar ninchis quespin kaiku [pertenecemos al viento y sus deseos ancestrales] tukuy yawar ninchis quespin kaiku —los retazos de una constelación andina besando la piel de los rinocerontes— —los retazos de una constelación andina besando la sangre de los rinocerontes— —los retazos de una constelación andina besando la ceniza de los rinocerontes— —los retazos de un rinoceronte andino besando la sangre de constelaciones— Ñawpa pachapi —los retazos de una constelación que erizando el viento quiebran la noche andina— [8]


porque en las noches me levanto para ver si has reencarnado del polvo de mis manos ¿pampachamuni apullay uyahuanquichu, manachu? porque en noches exiliadas me levanto para ver si nuevamente tu sangre yace en silencio sobre la constelación de los árboles y el desierto agoniza en mi piel ¿pampachamuni apullay uyahuanquichu, manachu? volveremos al viento y su salmo de agonía que día a día alimenta nuestras palabras ¿pampachamuni apullay uyahuanquichu, manachu? —los retazos de una constelación que erizando el viento hilvana la memoria de nuestros hijos al canto de la noche— heladas luciérnagas eclosionan de nuestras huellas lamen el rostro de los árboles en tanto cuerpos adheridos al néctar de las rocas lanzan una profecía ¡tukuy yawar ninchis quespin kaiku!

—los retazos de una constelación que erizando el viento quiebran la noche andina— [9]


nuestros días han regresado al rojo acorde de las caracolas  el aliento del sunset inundando de electricidad balbuceante esta tierra andina  diremos nuevamente nuestra oración de olvido ¡tukuy yawar ninchis quespin kaiku!  pensando en cómo herir el vuelo de una ave o la caliente carne de los andes y gritarnos   —sin odio—   he aquí quien te olvida mientras muere  he aquí aquel que blasfema sobre tu tierra  he aquí quien ahora te pide que le hundas los dedos en los ojos serenamente  acaricies sus nervios y te llenes de ira  el edén es la muerte cabalgando sobre aquel horizonte húmedo que brota del vientre de aquellos árboles que me enseñaste a amar nosotros somos el barro donde nadie hundirá sus manos…

[10]


[11]


J

J

lectura del libro de los andes o canto de la cicatriz indígena 

período ancestral 3021 aún la noche no eclosiona en la brea salvaje del océano ni el viento ha cambiado su cálido plumaje —mis hermanos de lepra-todos-duermen-todos-olvidan—1 en tanto me alejo de las ruinas del insectario urbano escucho a madre cantar machinehead contra este mar abaleado y sin fe que es mi corazón dentro de mi cerebro rústicos sonidos envejecen su piel [[[primavera nuclear a n d i n a ] ] ]

l

los cables y la melancolía de los kaníbales nos impiden escuchar el canto de o s a s t r o

s

1 aquí no hay poesía, cierra los ojos pequeño no mires a tu padre no sigas su sombra ni su canto carcomido aquí no hay poesía, todxs escuchamos de su llegada el bufido en su sangre la sed en sus pisadas      aquí no hay poesía, tan sólo violentada carne creciendo entre los Andes mi abuela fue violada mi madre fue violada mis hermanxs fueron violadxs qué esperabas entonces de esta poesía violada      Pachakamac borda el mar que te trajo la muerte borda el dios que te trajo el olvido      Pachacamack sobre ésta, tu tierra violada, ya nadie reza tus credos ni asiste a tus ritos      Pachakamac todxs hemos sido violados pero no todxs lo disfrutamos [12]


Pachacamak en esta ciudad páramo la aurora de nuestros muertos se cicatriza como un coral de nácar en el pecho de los condenados a recolectar caracolas mutiladas en desiertos albinos donde el sueño eterno de dios es una constelación de agua evaporándose

[[era el siglo cuando los lotos floreciendo en el vientre de dios cobijaron a los desertores del otoño   entonces caminaba desdichado entre nubes violetas   cargado de cicatrices, peste y polvo   abrazando ángeles ciegos y alegres   veía escupir a dios sobre las alas de los desterrados que iban delante de mí y todo se iba confundiendo con la noche y su polen   qué doloroso que ya nadie extrañe el paraíso arrebatado a las aves   que ya nadie extrañe el paraíso olvidado de los peces      Alguna vez la brea de la locura nos pintaba el rostro]]

¿escuchas? es la memoria de los insectos aullando Elí, Elí, ¿lama sabactani? Elí, Elí por qué nos olvidas en esta afásica ciudad páramo donde nada nos pertenece más que esta hambre milenaria y descalza J J

J J

fiebre ancestral tatuándose sobre nuestra médula

[13]


incendiados por tu canto acumularemos frutos y olvido en calles confundidas del Comité del Pueblo    destruidos por la noche correremos bajo los árboles de San Juan    buscando nuestros oxidados apus nos verás escarbar por La Chorrera Pachacamack una nueva enfermedad habita nuestro adn estamos infectados de civilización locuraurbana canibalismo aislamiento caos ¡¡¡Pachacamack Ama yapa puñuychu Pachacamak kanwankani Yanapay!!!

paranoicos insectos devastados por el mar caminan alumbrando la aurora sideral d e s u s v i e n t r e s c o n p e s a d i l l a s e n l a p i el cl a m a n ¡observen a los profetas de las calles! limosneros ancestrales de pecho desnudo budas urbanos llenos de verde y fresca luz en sus manos arde el caos desnudos y ebrios conocen qué es el amor y su cáncer w a s k a s a n d i n o s que su amor muerda el agotado frío de esta ciudad páramo y despierte la demencia de las aves

[14]


la ciudad es un fรณsil que debemos olvidar bajo nuestras camas [15]


[.iii.] Año 5522 (—calendario andino—) el trino de los átomos incendia los páramos del cosmos   el polvo de las estrellas crea una tempestad hermosa y acéfala rinocerontes vagan en los andes   Año 5522   aún recuerdo tus pies sobre la ceniza de un lenguaje que nunca comprendí   pobres los seres que han mutilado sus lenguas en el olor del mar

—no bebas nunca de las manos de los árboles-no bebas nunca de las manos de los árboles-no bebas nunca de los árboles-no bebas de los árboles—

alguien susurra un sueño de escarabajos albinos —Homo faber—   hombres viejos plantados en las corvas del mar   hombres viejos desesperados empobrecidos gritando un largo período de sequías y resurrecciones desde las grietas de sus venas   —Homo faber—   Año 5522 tus pies desnudos y tibios alargándose en mi memoria   Año 5522 los restos de nuestros cráneos no sirven ni para amamantar una flor   sin duda somos el polvo precario que se hunde furiosamente en las estrías del mar   Año 5522 recuerdas la ciudad andina donde nos atravesamos   esa brisa pálida y monocorde acariciándonos los labios   recuerdas [16]


a quellos rinocerontes buscando el canto de la neblina en ríos gangrenados   Año 5522 nunca costó tanto llorar como ahora que recuerdo tu olor y escucho la danza violenta de la noche ascender y una manada de rinocerontes corre libre en los páramos andinos   ninguno de ellos es nuestro hijo ninguno nos pertenece   Año 5522 recuerdo la arqueología de los insectos   recuerdo la antropología de los pájaros   aún recuerdo el silencio de la espuma quebrándose sobre mi pecho   recuerdo la ciudad andina donde dejamos quemadas nuestras sombras   donde rinocerontes vagan pero ninguno sabe de nuestros nombres ni de nuestra prehistórica sangre que inunda los árboles.

[17]


Entonces comenzamos a pensar en todo menos en el horizonte

Ya todo quedaba demasiado lejos

Hasta el suicidio quedó para personas más jóvenes y alegres que nosotros Después hubo que meter el miedo bajo la piel para que ahí encuentre tregua Y comenzamos a envejecer… sin sobresaltos un día nos levantamos y el sol ya no era pesado La noche nos parecía demasiado gigante y decidimos que era mejor quedarse en casa dejar que el mundo enceguezca tímidamente Las calles como pequeñas oraciones que no queríamos pronunciar —Cómo debíamos asumir el día después de la masacre del tiempo—

[18]


Nuestros cuerpos quedaron maltrechos después del olvido Nunca más volvimos a brillar debajo de la lengua de los pájaros Era la vejez que comenzaba a destruirnos el alma era la vejez Sin duda Pero seguíamos convenciéndonos —entre nosotros— que aún podíamos ser inmortales que si leíamos uno u otro libro lo lograríamos [Entonces la sangre era espesa y tibia Y el viento era nuestro mejor amigo] caminábamos con nuestro último libro —Ese que nos costó el amor— por las rieles más estrechas de la conciencia como queriendo apropiarnos del polvo que dejó el tren que no nos atrevimos a tomar y recordamos aquella mañana cuando se nos fue el amor / por el desagüe y nos tocó acostumbrarnos a desayunar café y silencio café y lejanía

[19]


porque eso también era parte de amar y nos dividimos uno era el poeta y otro el muerto que cargaba al poeta envejecimos. . . como estrellas que nadie nunca miró, menos nombró

Entonces comenzamos a morir, pero seguíamos ebrios y drogados drogados y ebrios y el mundo nos seguía valiendo verga

[20]


] EXPANSIVA ]

colección de nueva literatura latinoamericana 2017 ] La Belle Époque

/ Rita Gonzalez Hesaynes (ARG) ] Los tiempos de una obra

/ Fernando Bogado (ARG) ] Índigo tirando a negro

/ José Villanueva Criales (BLV) ] Motel Ciudad Negra

/ Cristóbal Gaete (CHL) ] Primavera nuclear andina

/ Agustín Guambo (ECU) ] Me llamo Sudor

/ Antonio Chumbile (PER) ] Oh! Yo

/ Willni Dávalos (PER) ] Flores muertas en jarrones sin agua

/ Pamela Rahn (VNZ)

[21]


1ra y 3ra impresión Buenos Aires, enero y abril del año 2017 en los talleres de Dagas del Sur 2da impresión Lima, febrero del año 2017 *siguientes impresiones* en algún lugar de este bello continente disponible y descargable en escriturasindie.blogspot.com

[22]


[23]


[24]

Profile for Escrituras Indie

Primavera nuclear andina • Agustín Guambo  

Primavera nuclear andina • Agustín Guambo • EXPANSIVA • colección de nueva literatura latinoamericana 2017 • Diseño, edición y diagramació...

Primavera nuclear andina • Agustín Guambo  

Primavera nuclear andina • Agustín Guambo • EXPANSIVA • colección de nueva literatura latinoamericana 2017 • Diseño, edición y diagramació...

Advertisement