Page 1

Medio informativo del Movimiento Político de Masas Social y Popular del Centro Oriente de Colombia TRAMPAS DE LA “CRISIS” DE LA EDUCACIÓN EN COLOMBIA PÁG. 6

GOBIERNO RECONOCE RESPONSABILIDAD EN ASESINATO DE RUSBELL LARA

Noviembre 2014/Edición 20

PÁG.

9

PÁG.

3

LA CUMBRE CAMPESINA, AGRARIA, ÉTNICA Y POPULAR

www.trochandosinfronteras.info / www.centrooriente.org/@trchandosf.


ENTRE EL DIÁLOGO Y EL ENGAÑO Actualmente se presentan varios espacios de diálogo e interlocución entre el gobierno, las insurgencias y el movimiento social. Además de La Habana, se acaba de instalar (octubre 3/14) la mesa única de negociación con la Cumbre Agraria y se anuncia la creación de una mesa con el ELN. En esos escenarios de diálogo se tratan o tratarán algunas de las problemáticas y contradicciones que tienen al pueblo colombiano en conflicto con la oligarquía desde hace más de 2 siglos. El último conflicto armado, este que lleva 50 años, sólo es una expresión más de las contradicciones insalvables que existen entre quienes trabajamos para producir la riqueza social, y quienes usan la violencia para apoderarse de ella. Por esa razón no nos extraña que el gobierno nacional haga gala de su doble moral:

mientras se presenta muy optimista en los escenarios de diálogo con las organizaciones insurgentes y con los movimientos sociales, arrecia y profundiza su política económica en detrimento de los intereses del pueblo. Para las transnacionales y los poderosos grupos económicos, toda la seguridad y la legidlación favorable; para el pueblo trabajador, más impuestos, miserable aumento del salario mínimo, alto costo de vida, leyes represivas, miserables condiciones de salud y educación... Eso explica por qué no somos tan optimistas -como el gobierno y los empresarios- en cuanto a la paz. No es una buena señal que medios masivos de comunicación, instituciones del estado y hasta el gobierno gringo den su respaldo al proceso de paz. También nos da mala espina que el vicepresidente de los Estados Unidos haya enviado una carta a Santos diciendo que con el logro de la paz,

organizaciones como la OTAN se beneficiarían con un mayor involucramiento del país en operaciones militares en otras partes del mundo. Como planteó el senador Robledo en el debate sobre paramilitarismo llevado a cabo en el Senado: será el destino de los soldados, luego de accionar sus fusiles contra el pueblo colombiano, hagerlo contra otros pueblos pobres de Asia, África o medio oriente? Al parecer, a la ‘opinión pública’ no le llamó la atención esa insinuación del gobierno estadounidense, pero sí se escandalizó con la entreda de la Rep. Bolivariana de Venezuela al Consejo Seguridad de la ONU, hecho que fue apoyado por una aplastante mayoría de sus miembros. En estas condiciones, como Movimiento Político de masas social y popular nos preguntamos ¿A quién le conviene la paz?

FORMACIÓN Y MEMORIA PARA LA LUCHA Y LA RESISTENCIA Con mucha expectativa y optimismo se desarrolló del 7 al 12 de octubre (en la vereda de Caño Seco del municipio de Saravena, Arauca) el encuentro de socialización y proyección del Sistema de Formación del Movimiento Político de Masas Social y Popular del Centro oriente de Colombia. Este encuentro hace parte de un ejercicio colectivo que ha venido realizando el Movimiento desde sus zonales y organizaciones sociales. El camino al trabajo dedicado y disciplinado al que se convocaron alrededor de unos 70 dirigentes provenientes de Arauca, Bogotá, Boyacá, Casanare, Santanderes y VIllavicencio, busca socializar el trabajo realizado por la Coordinadora de Formación e Investigación del movimiento, para apropiar el trabajo realizado, recoger aportes desde las zonales y proyectarlo para que se comience a implementar y a desarrollar en los niveles de bases, líderes y dirigentes. De esta forma el Sistema de Formación se constituye en una respuesta del Centro Oriente a la necesidad de cualificar en lo

político, organizativo e ideológico a sus integrantes, así como de ordenar y encausar los históricos esfuerzos que han venido realizando los diversos sectores sociales en toda la región. Por eso concebimos la formación como un proceso de construcción colectiva que racionaliza la práctica y la teoría del Movimiento, que mediante un conjunto de herramientas hace posible la lectura de la realidad, forja la producción de base social, líderes y dirigentes para la acción política y la transformación. El evento también sirvió de escenario a la presentación del proyecto de memoria histórica del Movimiento Político de Masas, el cual fue denominado “URIM UBASHA. Casa de sabiduría y memoria histórica de los pueblos”. Esta expresión fue tomada de la lengua ancestral U’wa (Urim: casa, Ubasha: sabiduría) y se estrenó en Caño Seco mediante un acto simbólico en la casa donde los compañeros y líderes sociales Héctor Alirio Martínez, Leonel Goyeneche y Jorge Eduardo Prieto fueron asesinados hace 10 años, el 5 de agosto de 2004 por el Ejército Nacional.

Además de hacer memoria, el proyecto busca reivindicar los continuos procesos de lucha social del pueblo colombiano. Como ejemplo de ello, también se rindió un homenaje al valiente y trabajador pueblo de Caño Seco, comunidad que brindó su total hospitalidad para el desarrollo de este encuentro, con la participación de la Junta de Acción Comunal y su presidente Raimundo Pabón. EL Movimiento Político de Masas deja claro que formándonos permanentemente mantenemos viva la conciencia y la razón a la que obedece nuestro proyecto histórico de transformacion por la construcción de una nueva sociedad y de una mujer y hombre nuevos. Así que este Sistema de Formación que estamos construyendo es patrimonio de la lucha del pueblo del Centro Oriente y de la clase trabajadora colombiana, por eso seguiremos gritando en campos y ciudades: ¡POR UNA COLOMBIA LIBRE SOBERANA, UNIDAD Y LUCHA!

Y


LA CUMBRE CAMPESINA, AGRARIA, ÉTNICA Y POPULAR: MÁS QUE UN ENCUENTRO DE SABERES SOCIALES

Podría decirse que la Cumbre Agraria es uno de los tantos intentos por lograr la unidad de las mayorías nacionales que se han dado en el país, a lo largo de una historia construída al calor de las luchas del movimiento social agrario. La Cumbre es un paso muy importante que se da en una coyuntura política favorable para el reagrupamiento popular, producto de la sumatoria de las movilizaciones de mayor repercusión de las últimas décadas. En la Cumbre Agraria confluyen no solamente los sectores sociales (campesino, popular, indígena, afrodescendiente), sino los procesos políticos y organizativos más destacados en la historia reciente de nuestro país; allí se da lugar a la discusión respetuosa, abierta y franca, que ha permitido la consolidación de un pliego único nacional, que se constituye en la guía para la conversación con el gobierno nacional. Como espacio de interlocución pluralista y democrático, desde la Cumbre Agraria hemos puesto sobre la mesa las contraddicciones que han generado el conflicto interno social y político colombiano. Es decir, no solamente se plantean allí las reivindicaciones propias de cada sector o gremio (como al acceso a la tierra, los créditos, los subsidios a la producción), sino que vamos al fondo de los problemas estructurales que históricamente han mantenido al pueblo colombiano en la miseria. Por eso conocemos de sobra la estrategia que implementa el Gobierno a la hora de dialogar, que se basa en el enredo, el desgaste, la dilación o prolongación de tiempos, la tramitología, la demagogia y otras muchas artimañas que se van fundiendo en el incumplimiento de lo acordado.

Y si de demagogia se trata, esa es una de las prácticas de mayores resultados para los gobiernos de turno. Un ejemplo claro y reciente se dio el pasado 3 de octubre, cuando el presidente Juan Manuel Santos, en acto sobrecargado de protocolo, instaló la Mesa Única Nacional de negociación con la Cumbre Agraria; allí Santos aprovechó la oportunidad para señalar: “estoy seguro que a través de la mesa que hoy instalamos, se van a lograr avances importantes -los que han estado represados por demasiado tiempo- para nuestro campo y sus habitantes. Hoy los invito, con todo el entusiasmo, a que nos acompañen, no solo al gobierno si no a todos los colombianos, en la inmensa tarea de la construcción de la paz….” Si el pliego de la Cumbre Agraria fuera una lista de des haberes del campo y la ciudad, muy seguramente las vocerías legítimas ya le hubiésemos dado al pueblo colombiano un informe de alcances y realizaciones tabuladas en ceros de la matemática. Pero como lo que está en juego es una visión de país con prospectos de soberanía, derechos sociales, auto-

nomías territoriales, reconocimiento del campesino como sujeto político, aprovechamiento de los recursos mineros y de hidrocarburos en beneficio de los colombianos, educación y salud con calidad de vida, la concertación y los acuerdos no resultan fácilmente alcanzables. Lo anterior, dado que el gobierno mide los postulados y exigencias de la Cumbre en altas dosis de equidad y justicia, por lo que no será la voluntad política de ninguno de sus delfines lo que le garantizará al pueblo colombiano las transformaciones que nuestra sociedad requiere. Serán la movilización y la lucha inclaudicables las herramientas que lo hagan posible, así como la unidad que se viene construyendo entre el pueblo trabajador colombiano.


¿LETALIDAD REDUCIDA? las pistolas eléctricas son letales, porque las armas son armas y causan la muerte!

Cañones sonicos Las “armas no letales” que usa la fuerza pública para el control de manifestaciones y movilizaciones populares, bastante cuestionadas en el mundo por ser potencialmente mortíferas, han sido tema de debate en Colombia en los últimos meses. Esto, ya que se han puesto en acción las llamadas pistolas Taser (pistolas de descarga eléctrica) por parte de los escuadrones especiales y de policía en los eventos de masas. En esta Colombia agitada, donde los pobladores vienen demandado cambios en las condiciones de vida, el respeto a los derechos humanos y mejores oportunidades para el desarrollo social, el Estado responde al pueblo con un arsenal de armas exclusivamente diseñadas para torturar, controlar, bloquear y sembrar el pánico colectivo. El pertrecho para reprimir a la población desarmada está compuesto por las ya conocidas tanquetas lanza-agua, con una capacidad de más de doce mil litros y con 50 metros de alcance; por rifles lanza-gases, lanza-gomas, lanzadoras anti-tumultos con tarros de gas lacrimógeno, gases de mal olor, canicas, metralla, arena, armas sónicas como la sirena ensordecedora, porras y pistolas eléctricas, rayos laser o “rayo del dolor” y el encandilador láser, entre otras tantas “genialidades” utilizadas para infligir sufrimiento al pueblo inconforme.

muscular de incapacitación”, lo que equivale a decir de una forma refinada, un electrochoque que paraliza a la víctima, que no es otra cosa que tortura. Estas pistolas Taser tienen la capacidad de alterar el ritmo cardíaco con consecuencias mortales, y han comenzado a implementarse desde el pasado mes de Julio, al menos en las ciudades de Cali, Medellín y Bogotá. El General Palomino, Comandante de la Policía Nacional, reconoce que las Taser pueden ser letales, también por lo que prometió que solo se utilizarían para “controlar riñas e individuos en alto estado de agresividad….” Un informe de Amnistía Internacional registra el asesinato con artefactos Taser de más de 500 personas en Canadá y los Estados Unidos entre el 2001 y el 2012. Todas las víctimas han sido personas civiles desarmadas y reducidas por la agentes policiales. Al menos dos colombianos ya se en-

Lo preocupante de esto es que tales armas están bastante lejos de de ser “no letales”, ya que pueden, efectivamente, causar la muerte. Por dar un ejemplo, las sirenas ensordecedoras pueden provocar vibraciones en los órganos, náuseas, convulsiones, hemorragias nasales, terribles dolores de cabeza a un centenar de metros de distancia y dadas ciertas condiciones de salud de la víctima, puede causar la muerte. Las pistolas eléctricas o Taser producen, según su descripción técnica, “un efecto neuro-

Pistola Taser

cuentran en el registro de víctimas mortales por cuenta de las famosas pistolas eléctricas. Nada garantiza, en este Estado represor en que vivimos, que las Taser no se activen para atacar las manifestaciones campesinas, estudiantiles, obreras y populares, ahora que al parecer el enemigo es la población civil y que en cada movilización, las agresiones y el uso desmedido de la fuerza son sistemáticos. Las “armas de letalidad reducida”, como eufemísticamente el gobierno presenta a las Taser, se constituyen en uno de los dispositivos de mayor agresión en manos del ESMAD, las fuerzas especiales y la policía en general. A pesar de la versión oficial, las Taser, en definitiva, son una amenaza más que enfrentan los movimientos sociales en Colombia. Eufemismo: utilización de una forma más leve o aceptable para referirse a un concepto o situación negativa.


MASACRE EN EL PÁRAMO DE LA SARNA

Ocurrió el primero de diciembre de 2001 en la provincia de la Libertad del departamento de Boyacá, región olvidada por el gobierno nacional durante décadas. Quince personas fueron vilmente asesinadas en un acto premeditado años atrás. En la mañana de ese primero de diciembre, un aire frío recorrió toda la región. Todos los sábados los campesinos arribaban al mercado dominical del municipio de Labranzagrande. Este mercado es el mayor de la provincia de la Libertad, integrada por los municipios de Pajarito, Paya, Pisba y Labranzagrande, con una población no superior a los 13 mil habitantes; región legendaria y perdida entre los anaqueles de la burocracia colombiana. Hasta ese entonces los municipios de Paya y Pisba no contaban con vías de acceso, a pesar de los ingentes esfuerzos realizados por su población. Del terminal de trasportes de la ciudad de Sogamoso, todos los días a las 6:15 a.m. sale la ruta que conduce al municipio de Labranzagrande, capital de la provincia. Este día, el bus 339 de la empresa Cootracero, salió en la ruta antes mencionada. Aproximadamente una hora y media más tarde, cuando el bus se encontraba a la altura del Páramo de la Sarna, zona fría, escarpada y poco habitada, fue interceptado por varios sujetos que obligaron a los pasajeros, al conductor y al ayudante a descender del autobús; hicieron acostar boca abajo a 15 de ellos. Una anciana y dos niños, fueron obligados a abordar de nuevo el autobús, mientras los otros pasajeros continuaban tendidos sobre el pavimento. Un estruendo de disparos aturdió a los niños y a la anciana que se encontraban en el bus. Los 15 pasajeros fueron asesinados con un tiro de gracia en la cabeza, en un acto que causó repudio, rabia y zozobra entre los pobladores de la región. Sentimientos encontrados guiaban ahora los destinos de la población. Al día siguiente el mercado estaba desolado. Los comerciantes y campesinos, al escuchar de la noticia, detuvieron su viaje semanal: el trasporte público suspendió las rutas hacia esta zona. Todo parecía

Por: Corporación Cospacc

desvanecerse. Sin embargo, y como resurgir de las cenizas, la población se levantó en acto de protesta. Once días después (el 12 y 13 de diciembre) la comunidad en general, acompañada de sus alcaldes, personeros, párrocos y algunos concejales, se movilizó en acción de repudio y exigiendo justicia. En un acontecimiento sin precedentes, los manifestantes realizaron una homilía en el sitio de los hechos y posteriormente, en la vía que de Sogamoso conduce a la ciudad con los Municipios de Aquitania y Tota, realizaron un bloqueo para exigirle a las autoridades garantías para continuar con sus labores y que la masacre no quedara en la impunidad. La actividad contó con el acompañamiento de la Fundación Comité de Solidaridad con los Presos Políticos y la Asociación Nacional de Usuarios Campesinos ANUC - Unidad y Reconstrucción. Al día siguiente, luego de soportar la fría noche, una mesa de concertación compuesta por un delegado de la gobernación de Boyacá, un delegado del batallón Tarqui, los alcaldes, los sacerdotes, los personeros que se encontraban en el lugar y delegados de la comunidad, fue establecida. La respuesta institucional a la barbarie, fue la construcción de un fuerte policial en la zona, respuesta vana y poco ética con los hechos ocurridos. A mediados de abril, la comunidad que no estaba conforme con las respuestas dadas por las instituciones, en un acto masivo se realizó el primer Encuentro Social y Campesino de la Provincia de La Libertad, actividad que contó con la participación de más de 600 personas. Entre las solicitudes más sentidas estaba la de lograr que la masacre ocurrida el primero de diciembre no quedara impune, que se investigara y hubiese castigo a los responsables.

Hoy, luego de 14 años de cometida la masacre, la impunidad sigue reinante en la región. Los encargados de justicia aún no le han contado a las familias ni a la comunidad la verdad de lo sucedido. Pero desde los ejercicios investigación propios se ha podido establecer que la masacre no fue un caso fortuito o aislado ; por el contrario, obedece a actos premeditados y a una dinámica de represión hacia poblaciones donde existen intereses de extractivismo o de megaproyectos. En el marco de la estrategia paramilitar impleentada por el Estado colombiano, se realizó un congreso en 1996 en la zona de Urabá, en el que se determinó, entre otras cosas, que los lugares prioritarios para garantizar la explotación petrolera del piedemonte llanero eran Boyacá y Casanare, por lo cual se hacía necesario generar terror en los municipios de Chámeza y Recetor (Casanare) y las poblaciones de Paya, Pisba y Labranzagrande (Boyacá). Según alias Salomón y Alias Solin, integrantes de la estructura paramilitar denominada “Autodefensas Campesinas de Casanare ACC”, una de sus principales acciones consistía en garantizar el funcionamiento de la industria petrolera. Esas mismas afirmaciones han sido hechas por los comandantes del Ejército Nacional que patrulla la zona, en donde las fuerzas militares contribuyeron no solo con información y complacencia, sino que suministraron armas para cometer el crimen . A pesar de lo anterior, no se ha hecho pública la identidad de los autores intelectuales o beneficiarios de la masacre y tampoco hay militares condenados por ese hecho El Tiempo, octubre de 2014: http://www.eltiempo.com/ archivo/documento/CMS-12398451 Archivo Cospacc Comité de Solidaridad con los Presos Políticos, octubre del 2014.: http://www.comitedesolidaridad.com/index.php/ noticias-2/717-vi-p12-anos-de-la-masacre-del-paramo-de-lasarnaeregrinacion-conmemoracion Excelsio.net, octubre de 2014: http://www.excelsio. net/2013/10/capturan-presunto-paramilitar-que.html

Tania Leonor Correa, víctima de la masacre.


TRAMPAS DE LA “CRISIS” DE LA EDUCACIÓN EN COLOMBIA

Por: Fuerza Araucana Magisterial

Asistimos hoy a una profunda crisis en la educación colombiana. Según el discurso oficial, esa crisis reside en la falta de estímulos y oportunidades a estudiantes que salen de secundaria y a la falta de formación de los docentes. Razón por la cual actualmente se propone como ofertazo neoliberal 10.000 “becas” para que jóvenes de estratos 1 y 2 puedan acceder a la educación superior. Según el Ministerio de Educación, el objetivo es “estimular” a los “mejores” estudiantes con “mejores” resultados, porque “ser pilo en Colombia si paga”; como si el problema del acceso a la educación superior se superara con regalos o con ayudar a algunos de los más pobres. La otra propuesta del gobierno consiste en brindar becas para estudios de postgrado a docentes de colegios públicos, con el fin de incentivarlos a capacitarse más. Frente a las falencias del sistema educativo en los niveles pre escolar y básica primeria, el actual gobierno considera que con el programa “de Cero a Siempre” se eliminaron de raíz los problemas derivados de la falta de cobertura, precaria calidad, deserción y demás que históricamente han caracterizado estos niveles, por lo menos en el sector público. Por esta razón, la Fuerza Araucana Magisterial, en el marco de la unidad como Fuerza Nacional Magisterial (FUNAMA), plantea la urgencia de que los trabajadores y trabajadoras de la educación nos separemos de esa peligrosa mirada oficial. Insistimos en que es necesario comprender la falsa manera como el Estado diagnostica, problematiza y gestiona para salir de la crisis educativa. Hemos llegado a esta conclusión, pues es desafortunado que parte de los compañeros docentes, sindicalizados, jóvenes, estudiantes, padres, madres y demás gente de la clase trabajadora, de modo ingenuo, acrítico o simplista, terminen por aceptar y reproducir esa mirada neoliberal de la educación. Por ello planteamos como Fuerza reflexionar sobre lo siguiente: ¿A qué se le llama crisis en nuestro sistema educación y cuáles deben ser nuestras propuestas a nivel regional y nacional como FUNAMA?

Desde la mirada neoliberal, la educación colombiana está en crisis porque en los colegios públicos no hay la suficiente eficiencia, eficacia y productividad de acuerdo a los recursos invertidos, ya que estos se debería ver reflejados supuestamente en: “Buenos” resultados en las pruebas SABER (antiguo examen ICFES) de quinto, noveno y once; mejores resultados en las pruebas internacionales PISA; menor porcentaje de repitencia por escuela, pues la “pérdida” del año académico genera al Estado una pérdida de la inversión económica. Análisis que rechazamos, pues tales pruebas no son formativas sino discriminatorias, dado que están construidas para generar comparaciones que desconocen las condiciones particulares de los estudiantes, docentes e instituciones, por lo cual la calificación es bastante cuestionable. Por ejemplo, jóvenes de condiciones culturales y económicas distintas, como en

la India, Angola, Perú y Colombia, obtendrán peores resultados frente a los jóvenes de Finlandia, país que invierte en educación 20 veces más que lo que se invierte en el nuestro. A escala regional o departamental, el examen de ICFES o SABER mide de igual manera a los estudiantes sin importar si son de colegios públicos o privados, el nivel social y las condiciones de estudio. De modo que, como los resultados de las pruebas nacionales e internacionales en Colombia nunca han mejorado, los “expertos” diagnostican que esos resultados caracterizan la crisis educativa del país. Vale aclarar que tales expertos no son educadores, pedagogos, ni docentes: son administradores y economistas del Fondo Monetario Internacional, del Banco Mundial, de la OMC (Organización Mundial de Comercio) y de la OCDE (Organización de Cooperación para el Desarrollo Económico).


Esas instituciones multilaterales, manejadas por los países del llamado “primer mundo”, son las que finalmente diseñan y supervisan la aplicación de la política pública educativa en nuestros países (del tercer mundo, claro).

madres, jóvenes, estudiantes y demás gente de la clase trabajadora tengan herramientas para comprender lo que significa trabajar bajo estas condiciones, ni permite ver las trampas de este sistema educativo neoliberal.

Para ellos, la calidad está determinada por conceptos como eficiencia o adecuación de la educación a las necesidades del mercado; primera gran trampa, pues la educación termina siendo concebida como servicio que puede adquirir o comprar el “consumidor” y no como un derecho social.

Trampas que no dejan ver las perversas condiciones del trabajo docente. Por ejemplo, en términos sociales y pedagógicos la alta carga de horas de clase y de estudiantes por aula, así como los lineamientos curriculares en comparación con los pocos materiales de apoyo, contribuyen a convertir la práctica educativa en un proceso alienante, por lo que su trabajo de los docentes termina pareciéndose más a un acto policivo o de adiestramiento, en vez de ser un ejercicio de construcción de conocimiento enriquecedor, colectivo y liberador.

Segunda trampa: los “expertos” dictaminan que el Estado debe cambiar su “mal” manejo administrativo pues la solución no requiere de un aumento de recursos sino una asignación más eficaz de los mismos. Por tanto no se debe aumentar el presupuesto educativo, sino gastar mejor; no hacen falta más trabajadores de la educación para enseñar mejor y a mas estudiantes, sino profesores más funcionales, es decir, que sean capaces de trabajar con grupos de 45 a 60 estudiantes; no hace falta construir más escuelas, sino hacer un uso más racional del espacio; no hacen falta incluir a la totalidad de niños y jóvenes en el sistema educativa, sino que la instituciones escolares se queden solo con los “más responsables y comprometidos” con el estudio. En otras palabras, lo que se comprueba es el establecimiento de un derecho social, como el derecho a la educación, bajo la gestión de las leyes del mercado. Prueba de ello es la “novedosa” propuesta de Santos de imponer la jornada única, pues de lo que se trata es de poner a “estudiar” a jóvenes y niños más tiempo, con docentes que trabajarán más horas al día (tal vez por el mismo salario o un 0,5% más), con más estudiantes y con menos o los mismos recursos y materiales de apoyo que existen en la doble jornada. Estos diagnósticos y soluciones frente lo que se viene a denominar como crisis de la “calidad” educativa, no permite que padres,

De modo que estas condiciones conducen a mutilar o dejar poco espacio y tiempo, como poca fuerza física, intelectual y emocional para que los docentes realicen otro tipo de práctica educativa, lo que propende por la fragmentación del conocimiento (asignaturas) por medio de la pedagogía de la competencia (meritocracia) y, por ende, a fragmentar la comprensión del mundo. En este orden de ideas, teniendo en cuenta el largo camino trazado por los trabajadores y trabajadoras de la educación en Colombia, hacemos un llamado a trabajar por y sobre las siguientes banderas de lucha: 1. La eliminación de las relaciones de dependencia con los organismos

multilaterales y sus parámetros comparación discriminatoria.

de

2. La eliminación de las pruebas ICFES/ SABER como condición, filtro o talanquera para que jóvenes y adultos accedan a la educación superior, por cuanto es obligación del Estado una política pública que garantice este derecho social como un bien público, gratuito y de calidad. 3. La generación de escenarios de movilización cultural y pedagógica entre estudiantes universitarios, organizaciones populares y sectores magisteriales en pro de un urgente proyecto educativo propio, popular y alternativo que permita reestructurar nuestro sistema educativo, es decir, los medios y fines de la formación desde la primera infancia hasta la educación superior, con el fin de garantizar a largo plazo un país más justo, libre y soberano. 4. La eliminación de experimentos y proyectos de aplicación sobre jornada única por cuanto esta intención no solventa ni permite evidenciar la verdadera crisis del sistema. 5. La eliminación de pruebas de ascenso y demás que desestimulan y desmeritan el trabajo de los educadores, por cuanto son un mecanismo antipedagógico, policivo, discriminatorio y no formativo que nos fragmenta como humanos, como profesionales y como sector social.


LA GUERRA EN LA GEOPOLÍTICA CONTEMPORÁNEA caso ucrania

La realidad se nos presenta dispersa, como fragmentos o pedazos de historias y relatos inconexos, como partes de momentos que no guardan relación entre sí. Sin embargo, esta no es la regla para entender a la sociedad en su complejidad y con ella, la geopolítica y sus manifestaciones en un mundo que se desborda en una de sus más grandes crisis. Así es. En un ejercicio por entender la reorganización geopolítica de la crisis capitalista, señalaremos tres escenarios que merecen cierto grado de análisis y sobre todo de identificación de sus elementos comunes. Ellos son: 1) el golpe de Estado en Ucrania y el desarrollo de su guerra civil, 2) el conflicto árabe-israelí manifestado en la reciente masacre sionista en Palestina y, 3) el fenómeno creciente del Estado Islámico (EI) en Irak y Siria. Nos ocuparemos de la revisión de estos tres acontecimientos de manera separada en tres ediciones, pero entendiendo la unidad existente e inseparable que todas ellas tienen como telón de fondo: la crisis del capital. La situación ucraniana es imposible entenderla a la luz de conflictos culturales, tal y como lo presentan los medios masivos de difusión. Si bien Ucrania es un país en el que se encuentran varias costumbres, lenguas y tradiciones disímiles, estas se subordinan a la agenda que impone el mundo en crisis. Así, el golpe de Estado al gobierno de Victor Yanukovich es la manifestación superficial de una historia más compleja. Eso es explicable con el hecho de que pese a que el derrocado gobierno cedió a todas y cada una de las peticiones de las revueltas que sucedieron en Kiev, el golpe fue realizado. ¿Cuál era entonces el objetivo real de esos actos de desestabilización? ¿Quiénes eran sus protagonistas? Veamos.

Por: Grupo de Estudios Geopolíticos y Territoriales -GEGT-

perfectamente en la agenda anexionista de Estados Unidos, la Unión Europea y el brazo militar internacional de estos, la OTAN.

de Estado en Ucrania, anuncia un reordenamiento del tablero mundial. Este episodio como parte del afianzamiento comercial implica para Rusia el mantener el control sobre el Mar Negro: única salida hacia el Mar Mediterráneo y la península arábiga. Por ello, es prioridad para el gobierno de Moscú mantener el poder geopolítico sobre la región de Crimea y principalmente sobre el puerto de Sebastopol, sitio donde se encuentra la mayor parte de la flota marítima rusa. Ello explica el apoyo irrestricto de Putin en principio a la autonomía de Crimea y posteriormente a su proceso de anexión a Rusia. En contraste, el apoyo no ha sido de la misma magnitud frente a los procesos de consulta popular llevados a cabo en las regiones de Donetsk y Lugansk, en donde la guerra civil es intensa y las mayorías trabajadoras se han sublevado ante el nuevo régimen ucraniano.

Ya se está convirtiendo en manía del imperialismo alentar fracciones de oposición, muchas veces bajo demandas auténticas de los trabajadores, las que luego de cooptarlas y financiarlas, logran la desestabilización política de las naciones, como lo han demostrado las intervenciones en Libia, Siria y Venezuela. En el caso particular de Ucrania, el gobierno norteamericano no dudó en aportar 5000 millones de dólares, los que en palabras de la portavoz del Departamento de Estados de los Estados Unidos, Victoria Nuland, estaban destinados a fortalecer “el buen gobierno y los valores democráticos”. Esa demagogia y palabrería de los derechos humanos terminó financiando a grupos nazis y de ultraderecha, como la UNA-UNSO, quienes aliados con los millonarios ucranianos, comandaron la El significado de Crimea para Rusia es de desestabilización en Maidán. ser la ruta al mundo del petróleo, hecho que es claro para Estados Unidos. Finalmente, Finalmente, el gobierno instaurado es una si el juego predominante de Moscú para amalgama de la burguesía, en la que sectores el posicionamiento en el mundo árabe y de nacionalistas de ultra derecha y defensores medio oriente ha sido la efectiva estrategia del libre mercado confluyen en acuerdos. Es diplomática, el imperialismo norteamericapor demás, un gobierno títere que tiene en su no utiliza su brazo militar para los mismos gabinete a 6 ministros del partido pro nazi fines. Veremos cómo en medio del contexto Svoboda y también algunos multimillonarios del Estado Islámico se desenvuelve el tablero como Sergei Taruta e Ihor Kolomoyskyi, hoy geopolítico de la crisis capitalista. gobernadores de Donetsk y Dnipropetrovsk, respectivamente. Glosario: Penosa situación para los trabajadores ucranianos quienes activaron la lucha de clases con justas demandas y en contra de la oligarquía.

Pero el panorama ucraniano rebasa las fronteComo por arte de magia, días después del ras de ese país y nos anima a ver esta realidad golpe, el gobierno estadounidense y la Unión desde la dinámica de la geopolítica de la criEuropea en su conjunto, avalaron y legiti- sis, las contradicciones entre potencias y sus maron al nuevo gobierno instaurado. Las maniobras por superarla. manifestaciones incluyeron demandas justas de los trabajadores, las que amoldadas bajo La visita dilpomática del nuevo faraón de un discurso nacional chovinista, encajaban Egipto a Moscú diez días antes del golpe

Geopolítica: Relación y dinámica de las fuerzas políticas, sus contradicciones y desenvolvimiento, en una perspectiva geográfica. Chovinismo: Exacerbación del discurso nacionalista y el patrioterista que en la práctica anima el fascismo sobre otras naciones. Anexionismo: Práctica imperialista para extender poder económico, político y cultural sobre determinadas regiones geográficas, adjuntándolas a su territorio.


GOBIERNO RECONOCE RESPONSABILIDAD EN ASESINATO DE RUSBELL LARA

En un acto público que se desarrolló el 7 de noviembre pasado en el municipio de Tame, con presencia de las autoridades locales, campesinos, indígenas, mujeres, jóvenes y trabajadores del departamento de Arauca, el ministro del interior Juan Fernando Cristo reconoció la responsabilidad que tuvo el Estado Estado colombiano en el homicidio del defensor de derechos humanos José Rusbell Lara. Rusbel fue un dirigente natural del municipio de Tame, padre de cuatro hijos y amante del folclor llanero. En desarrollo de su labor social fue miembro de ASOJUNTAS, y siendo maestro de construcción estuvo afiliado al Sindicato de la Industria y la Construcción SINDICONS. Inició en la defensa y promoción integral de los derechos humanos como miembro de la Junta de Acción Comunal del barrio en el que residía y durante sus últimos seis años de vida formó parte de la Junta Directiva Regional de la Fundación de Derechos Humanos Joel Sierra como coordinador de la seccional de Tame. Desde inicios del año 2002, estructuras paramilitares que eran auspiciados por la fuerza pública habían amenazado a José Rusbell, por ejercer su labor como defensor de derechos humanos y su trabajo al frente de las acciones cívicas y sociales desarrolladas en Tame, por su decidida participación en la denuncia del bombardeo en Santo Domingo, su compromiso en la denuncia de las violaciones a los derechos humanos, la presencia paramilitar en Tame y poblaciones vecinas, la presencia de militares norteamericanos en Caño Limón

y la inversión del Plan Colombia para la protección de intereses económicos. Ante las múltiples amenazas que venían siendo efectuadas contra los directivos de la Fundación Joel Sierra y demás organizaciones sociales de Arauca, la Asociación para la Promoción Social Alternativa –MINGA-, solicitó ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos la adopción de medidas cautelares a favor de más de 21 dirigentes incluido José Rusbel Lara. La solicitud fue escuchada por la Comisión Interamericana, la cual ordenó al gobierno nacional implementar todas las medidas necesarias para garantizar la protección de la vida e integridad. Contrario a ello, el Estado colombiano continuó con su política de represión utilizando las estructuras paramilitares que, finalmente, asesinaron a Rusbell el 8 de noviembre de 2002. Debido a la falta de voluntad del Estado para investigar el caso y castigar ejemplarmente a los autores materiales e intelectuales, las organizaciones sociales pertenecientes al Movimiento Político de Masas Social y Popular del Centro Oriente de Colombia y los familiares, representados jurídicamente por la Asociación MINGA, presentaron el caso de Rusbel Lara ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos –CIDH- de la OEA, en busca de verdad, justicia, reparación integral y garantía de no repetición. En cumplimiento de las recomendaciones dadas por la CIDH en su informe de fondo N. 2/13, el Estado se vio en la obligación de reconocer públicamente su responsabilidad

internacional en el homicidio del defensor de derechos humanos José Rusbell Lara


EL INTERNACIONALISMO PROLETARIO DEL CHE GUEVARA “Sobre todo, sean siempre capaces de sentir en lo más hondo cualquier injusticia cometida contra cualquiera en cualquier parte del mundo. Es la cualidad más linda de un revolucionario” Carta del Che a sus hijos Luego de su participación victoriosa en la revolución cubana junto a Fidel Castro, iniciando la década de los años 60s del siglo pasado, existía una situación mundial muy tensa, polarizándose la lucha de clases como nunca antes, adquiriendo esta una forma violenta, principalmente en los países capitalistas dependientes en América del sur, Asia y África. Con la consigna de “Crear dos, tres, muchos Vietnam”, el Che Guevara abre a la dimensión internacionalista la lucha contra el imperialismo en cualquier lugar del mundo, incitando a los pueblos a iniciar la guerra de liberación. En uno de los discursos más significativos expuestos por el Che, figura el de la ONU, en Nueva York (diciembre 11 de 1964). Allí expuso claramente el objetivo de sus luchas. Frente a acusaciones sobre su acento en el hablar, Guevara contesta:

A los 47 años del asesinato del indurgente argentino-cubano, Ernesto Guevara de la Serna, más conocido en todo el mundo como el “Che” Guevara, innumerables actos de conmemoración y homenajes se han expresado durante el mes de octubre a su semblanza heroica. Es también una necesaria e importante tarea para todos los luchadores sociales recoger hoy sus banderas de lucha y sus enseñanzas de vida. Una de ellas, que queremos resaltar e invitar a su estudio y debate, es la del internacionalismo proletario, principio político que se constituye en una condición inherente a nuestra lucha, expresada como imperativo moral en desarrollo de la solidaridad, apoyo, unidad y articulación política con los demás movimientos y organizaciones sociales de Latinoamérica y del mundo. La idea que el Che tenía sobre el imperialismo era la base de esa lucha internacionalista, ya que lo identificaba como el principal enemigo de la humanidad, causante de las guerras

contra los pueblos y cuyo accionar generaba extrema pobreza en el mundo. Este entendimiento del Che, es parte del desarrollo integral de la conciencia de clase que debemos tener como trabajadores, al entendernos como parte de una clase trabajadora mundial, entendiendo que el capitalismo responde a un patrón mundial de acumulación, en el cual la fuerza de trabajo empleada por un obrero de Colombia, con uno de Somalia, uno de Haití y de México son parte de un mismo proceso de enriquecimiento de unos pocos a costa de millones de personas. Por ende, la lucha no puede ser aislada ni fragmentada, sino que debe ser mundial, sostenida por el proletariado internacional contra un enemigo que es también internacional, como el capitalismo. Por eso el Che llamaba a fomentar la unidad popular y revolucionaria a nivel internacional en la llamada guerra de liberación, lucha sin cuartel de la que él mismo participó en varios países oprimidos, hasta el final de sus días.

“... No entendí con exactitud toda su argumentación en cuanto a los acentos (creo que se refirió a Cuba, Argentina y quizás a la Unión Soviética.), espero que en todo caso el representante de Nicaragua no haya encontrado acento norteamericano en mi alocución, porque eso sí que sería peligroso. Efectivamente puede ser que en el acento que utilizara al hablar se escapara algo de la Argentina. He nacido en la Argentina, no es un secreto para nadie. Soy cubano y también soy argentino y, si no se ofende la ilustrísima señoría de Latinoamérica, me siento tan patriota de Latinoamérica, de cualquier país de Latinoamérica, como el que más, y en el momento en que fuera necesario estaría dispuesto a entregar mi vida por la liberación de cualquiera de los países de Latinoamérica sin pedir nada a nadie, sin exigir nada, sin explotar a nadie. Y así en esta disposición de ánimo, no está solamente este representante transitorio ante esta asamblea. El pueblo de Cuba entero está con esta disposición”. “No hay fronteras en esta lucha a muerte, no podemos permanecer indiferentes frente a lo que ocurre en cualquier parte del mundo, una victoria de cualquier país sobre el imperialismo es una victoria nuestra, así como la derrota de una acción cualquiera es una derrota para todos. El ejercicio del internacionalismo proletario es no sólo un deber de los pueblos que luchan por asegurar un futuro mejor; además es una necesidad insoslayable” Che, Argel, febrero 24 de 1965


EL INFORMANTE ES UN REALITY DE LA “INTELIGENCIA” MILITAR COLOMBIANA

Recientemente el Ejército de Liberación Nacional -E.L.N.- dejó libertad a tres personas en el departamento de Arauca. Las mismas habían sido retenidas por esa organización insurgente y señaladas de ser informantes al servicio de la fuerza pública. El primero de ellos John Henry Bernal Torres, de 32 años de edad, quien se desempeña como mecánico de motos y además padece trastornos que afectan su desarrollo psicológico. Bernal Torres permaneció en poder del E.L.N. durante 20 días y al momento de su liberación le fueron El primero de ellos John Henry Bernal Torres de 32 años de edad, campesino que se desempeña como mecánico de motos y además tiene trastornos que afectan su desarrollo psicológico, residente en la vereda Palmarito del municipio de Fortul. Bernal Torres permaneció en poder de la guerrilla durante 20 días y al momento de su liberación fueron entregados a la Cruz Roja una cámara de fotografía, un celular y un GPS, elementos que según sus captores habrían sido entregados por el ejército a Jhon Henrry para desarrollar labores de espionaje. El otro caso que se registró fue el de las hermanas María y Shirley Sierra Lopez de 20 y 24 años, respectivamente, quienes permanecieron 11 días en poder del E.L.N y fueron entregadas a una comisión humanitaria el pasao 6 de noviembre. Estos hechos que generan controversia y debate no han sido abordados a profundidad por los medios de comunicación y tampoco se ha obtenido una respuesta contundente por parte de las instituciones del Estado. El fenómeno no es nuevo en Colombia: en el año 2008 el Consejo de Estado condenó al Estado colombiano a pagar una indemnización por la muerte de un informante asesinado en Ciénaga-Magdalena en el año 1993. Casos como este evidencian que las personas que se

convierten en informantes corren el riesgo de ser asesinadas al ser descubiertas en labores de espionaje, porque tal conducta los reviste de la calidad de combatientes activos de la contraparte en un conflicto armado. Por qué la población civil se convierte en informante En Arauca, desde hace 30 años la OXY explota el pozo Caño Limón, enviando el petróleo por oleoducto hasta el puerto de Coveñas en Sucre. Por ese territorio también cruza el oleoducto Bicentenario, uno de los más grandes del país. Aunque estas riquezas naturales salen de Arauca, no se ve reflejado en la calidad de vida de sus habitantes, quienes frecuentemente se ven avocados a realizar paros cívicos y protestas masivas a fin de exigir cuestiones como el mejoramiento de vías, el acceso a educación superior, empleo en la industra petrolera, mercadeo para los productos agrpopecuarios, etc. Por ejemplo, los campesinos se encuentran agrupados en gremios y sectores productivos, pero encuentran dificultades para el transporte, la comercialización y la industrialización; las empresas públicas, que podrían generar empleo, son utilizadas para pagar favores de los politiqueros de turno en el gobierno municipal y departamental; las empresas petroleras contratan la mayoría de su mano de obra con personal foráneo; los pueblos indígenas ven reducidos y amenazados sus territorios, en riesgo su cultura y cosmovisión por la invasión de proyectos petroleros y la privatización de la tierra; la juventud no tiene la oportunidad de formarse profesionalmente, los deportistas y cultures no cuentan con apoyo de las autoridades públicas. Ante esta situación el movimiento social ha construido su propio plan de vida como respuesta a la negligencia y falta de voluntad política del Estado para generar bienestar al

pueblo. Pese a ese esfuerzo, la poblacion civil sigue a merced del conflicto armado. Aquí es donde entran en juego los mencionados informantes, quienes generalmente son personas de escasos recursos, que no tuvieron la oportunidad de estudiar o trabajar y que, por lo tanto, sus condiciones de vida son miserables o en ocasiones sufren algún tipo de discapacidad; las fuerzas militares y sus organismos de inteligencia aprovechan el grado de vulnerabilidad de estas personas para utilizarlas en labores de espionaje en pareas de influencia de los grupos insurgentes o incluso en la elaboración de montajes judiciales contra los habitantes de estos territorios que viven en medio del conflicto. La militarización de la vida El conflicto social y armado se expresa de diversas formas y en las regiones de Colombia se siente y se vive con mayor intensidad en los territorios rurales en donde se encuentran los recursos naturales; por eso es que las llamadas ‘zonas rojas’ coinciden con lugares en donde se explota el petróleo, el carbón, las hidroeléctricas y otros proyectos que la locomotora minero-energética está entregando a las multinacionales para suplir las necesidades del capitalismo mundial. Controlar tales territorios para brindar seguridad a las empresas transnacionales y aspi facilitar e saqueo de los recursos es una tarea primordial para el Estado; a esto es que le llaman “confianza inversionista”. Así, observamos en departamentos como Arauca un alto número de efectivos militares en zonas rurales y urbanas, acampando dentro de las fincas de los campesinos, en escuelas, puestos de salud y hasta en los acueductos; desarrollando las famosas jornadas cívicomilitares (salud y recreación), utilizando a las mujeres (mediante relaciones afectivas) para sus fines de guerra, todo para asegurar, en este caso, la custodia de la infraestructura petrolera


Edición 20 | Trochando Sin Fronteras | Noviembre - Diciembre 2014