Page 1

VIVAMOS NUESTRA FE

Guía para el Catequista Vicentino

n ó i c di E ra e m Pri


Lucía Villa Piza ‐ Gloria Elena Zapata Quintero

VIVAMOS NUESTRA FE

Guía para el Catequista Vicentino

“Con nuestra labor abnegada, silenciosa y alegre acompañemos a los niños y niñas de nuestra comunidad”


Este libro es propiedad de la Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín. Derechos reservados. Prohibida la reproducción total o parcial sin autorización por escrito de la Dirección de la Sociedad. Primera Impresión, 2015 Diseño y Diagramación: Departamento de Comunicaciones Imágenes e Ilustración: Fano Redacción Lucía Villa Piza y Gloria Elena Zapata Quintero Revisión Fredy Alonso Giraldo Vásquez José Arturo Ramírez Restrepo Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín Carrera 45 N° 53 ‐ 86 www.ssvpaulmedellin.org e‐mail: comunicaciones@ssvpaulmedellin.org Medellín ‐ Colombia


PRESENTACIÓN Hagámoslo con la razón, poniéndole corazón Queridos Consocios y lectores, tienen en sus manos un libro valiosísimo, este nos permitirá desarrollar, revisar, fortalecer y actualizar nuestros principios Cristianos, los cuales son la base de la actividad vicentina. En la Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín, la formación es un imperativo, es la sustancia del Servicio en Esperanza. Según la Regla de los Vicentinos, la sustancia de la Sociedad de San Vicente de Paúl consiste en la sensibilidad evangélica y esta solo se logrará por medio de la formación. Es esta sensibilidad evangélica, la que permite que hoy entreguemos a los consocios, el libro Vivamos Nuestra Fe: Guía para el Catequista Vicentino, en el cual encontraremos una serie de aspectos espirituales, humanos y vicentinos, que nos aportarán más y mejores elementos para la prestación de servicios con calidad y caridad más afectivos y efectivos. Para lograr entregar servicios con calidad y caridad más afectivos y efectivos, desde hace algunos años, la Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín, comenzó con el proceso de formación a los Socios en los aspectos espiritual, humano, vicentino y técnico, de tal forma que se prestará de una mejor manera el servicio a los más necesitados. Para ello se diseñó un programa que se denominó “Formación para la Excelencia” de tal forma que permitiera entregar un servicio con muy buena calidad, y que los beneficiados tuvieran la oportunidad de alcanzar su autopromoción y una mejor calidad de vida. En el año 2006, con el objetivo de hacer mucho énfasis en la formación espiritual y con la intención de que sirviera de guía permanente, no sólo para las reuniones y encuentros de los Vicentinos, sino también para que los beneficiados fueran orientados y acompañados en la formación espiritual propia de la labor vicentina, se publicó el libro “Oración y Reflexión Vicentina”, el cual identifica nuestra espiritualidad de una manera sencilla y fácil de manejar, pero profunda y clara.


En el actuar del servicio en Esperanza, los Vicentinos nos hemos encontrado con algunas dificultades a la hora de entregar la formación espiritual, esto debido a que auxiliamos a grupos etarios, por lo tanto con características distintas, marcadas por las diferentes necesidades, edades, sexos, pensamientos, percepciones y lenguajes. De la identificación de éstas y otras dificultades, surgió de la Presidenta de la Sociedad, señora Margarita Elena Henao Mejía, la idea de elaborar textos especiales, para que los socios pudieran de una manera sencilla, llevar a los diferentes grupos de beneficiados, pero particularmente a los niños, por ser considerada por ella la población más sensible, los conocimientos que le permitieran tener una vida con mayor calidad. Para materializar su idea, acudió entonces a Lucía Villa Piza, quien además de ser una socia de alta trayectoria vicentina, tiene alta experiencia en la formación espiritual y cristiana, y a Gloria Elena Zapata Quintero, trabajadora social, quien lideraba el grupo de profesionales, que hasta entonces planeaba y ejecutaba las actividades formativas en los comedores infantiles que la Sociedad de San Vicente tiene en Medellín y Bello, para que elaboraran un libro especial que sirviera de guía a las Conferencias y éstas pudieran así llevar hasta los niños los conocimientos de Dios. Gracias a la iniciativa de Margarita Elena Henao Mejía y al trabajo comprometido de Lucía Villa y Gloria Zapata, hoy podemos recibir esta guía para la iniciación de los niños de los comedores en el conocimiento de DIOS

Fredy Alonso Giraldo Vásquez Presidente Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín


PRÓLOGO Después de la resurrección, Jesús instruye a sus apóstoles y los envía a iniciar la misión: “…Vayan por todo el mundo, proclamando la buena noticia a toda la humanidad” (Marcos 16:15). “Ellos salieron a predicar por todas partes. El Señor los asistía y confirmaba la palabra con todas las señales que la acompañaban” (Marcos 16:20) Queridos consocios: hacemos entrega, con mucha alegría, de este sencillo material para la catequesis de los niños y las familias, como testigos o discípulos de Jesús. Y como nos enseña el catecismo de la iglesia católica en sus cuatro partes importantes: 1º la fe profesada: en el credo 2º la fe celebrada: en los sacramentos 3º la fe vivida: por medio de las bienaventuranzas y los mandamientos 4º la fe orada: en el padrenuestro y demás plegarias Qué buscamos? Que todas aquellas personas que estén a nuestro lado conozcan a Jesús, al conocerlo lo amen, al amarlo lo prediquen, al predicarlo le sirvan y al servirle lo vivan. Lo que debemos tener siempre en cuenta es la meta, lo que deseamos con el tema, activando facultades a las personas en la imaginación, voluntad, sentimientos, inteligencia y memoria. La catequesis es ante todo un buen testimonio de vida cristiana, enfocada en la palabra de Dios y encomendada al Espíritu Santo para que nos ilumine, como instrumentos de Dios, para servirle como amigo y compañero de los niños y sus familias, como animador de un camino que los ayude a descubrir y a conocer el verdadero sentido de las cosas. Y como dice San Vicente: con amor afectivo (la ternura en el amor) y efectivo (la expresión de lo afectivo en las obras de caridad). Qué no nos debe preocupar? El querer realizar el tema en un encuentro o en una hora. Éste te puede servir para varios encuentros de acuerdo a tus capacidades creativas, no pretendemos que lo realices al pie de la letra, lo importante es amar a los niños, teniendo muy en cuenta el medio, la edad y su situación familiar, ya que nuestro objetivo no


consiste en llenar cuadernos y realizar temas, sino que sean autogestores para alcanzar un cambio de vida a imagen de Jesús y de María: “viendo siempre a Cristo en los pobres y al pobre en Cristo” Recordemos, cada encuentro debe ser preparado y desarrollado: * Con tiempo * Cuidadosamente * Con mucha seriedad * Con responsabilidad * Con tolerancia * Al iniciar el tema o encuentro, ENCOMENDARNOS A DIOS PADRE Y AL ESPÍRITU SANTO, recordar el tema anterior, con preguntas y un pequeño resumen. * Orando por los niños * Utilizando los medios propuestos * Leyendo y meditando cada texto bíblico * Teniendo siempre en cuenta el trabajo en equipo * Motivando a los niños a participar a través de las preguntas * Interesándonos por su situación familiar * Para cada encuentro, que tengan su cuaderno con memorias * Llegar siempre puntual o mejor, antes que el grupo * Acoger a los niños con cariño y con amor * Tener preparado el tema y el lugar * Hacer buen uso de cantos, dibujos y oración * Evaluar el trabajo de cada encuentro


AGRADECIMIENTOS

Gracias… muchas gracias a Nuestra labor Vicentina, que como nos enseña San Vicente debe ser afectiva y efectiva, y teniendo en cuenta nuestra población a la cual atendemos, motivó a la Doctora Margarita Henao Mejía a buscar medios eficaces para una vida más cristiana , justa y de conocimiento de Dios Padre. Por ello nos invitó y cuestionó para la elaboración de esta Cartilla, una guía útil para nuestros consocios que voluntariamente manejan nuestros comedores y enseñan en ellos a conocer y amar a Jesús basado en la palabra de Dios. Es por esto que agradecemos infinitamente a la Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín, por habernos dado tan gran oportunidad de compartir el conocimiento de Dios Padre, quien a través de ellos nos eligió y a su vez nos llamó para tan digno trabajo. A las personas que de una u otra forma siempre nos han colaborado, como el padre Vicente Rivera c.m.f. de la Comunidad Claretiana, quien caminó con nosotros para revisar paso a paso lo que íbamos plasmando. Al ex‐vicepresidente de comunidad de la Sociedad (2013), señor Jaime Eduardo Arango, por su gestión generosa y oportuna para llevar a cabo nuestro objetivo en bien de la comunidad. Y !porqué no! No puedo dejar de mencionar a mi familia, la que siempre está dispuesta a apoyarme en la labor pastoral y social, sacrificando en muchas ocasiones nuestra vida de familia. Y por supuesto, agradecemos a aquellas personas que aportaron económicamente para que este sueño fuera una realidad, especialmente a la ayuda generosa del señor RODRIGO VELÁSQUEZ RUIZ y la empresa SULFO QUÍMICA.


INDICE


VOLUNTARIOS


El Voluntariado consta de una Acción organizada que se desarrolla dentro de una organización que, de manera generosa y solidaria, interviene con las personas y la realidad social, frente a situaciones de vulneración, privación o falta de derechos, para alcanzar una mejor calidad de vida y una mayor cohesión y justicia social. La Ley 720 de diciembre de 2001, en el Artículo 3 numeral 2, dice que un voluntario: “Es toda persona natural o jurídica que libre y responsablemente, sin recibir remuneración de carácter laboral, ofrece tiempo, trabajo y talento para la construcción del bien común en forma individual o colectiva, en organizaciones públicas o privadas o fuera de ellas”. Precisamente esta es la labor del socio vicentino buscando a través de su labor desinteresada y solidaria, la justicia social y la esperanza para el más necesitado. En este orden de ideas es importante tener en cuenta cinco pasos para ser voluntario: 1 1. PIENSA en tus motivos, en tus razones para hacerte voluntario ¿Qué te mueve? 2. MIRA a tu alrededor ¿Qué necesidades, qué problemas, qué iniciativas de acción solidaria existen en tu entorno? 3. VALORA tu disponibilidad, tus capacidades, tus intereses ¿Qué puedes hacer? 4. TOMA CONTACTO con la organización de acción voluntaria donde puedas concretar tu compromiso ¿Cómo, dónde, cuándo vas a trabajar? 5. PARTICIPA, actúa, trabaja en tu proyecto de acción voluntaria y en tu organización. EL VOLUNTARIO: * Es libre, Creativo y Pionero * Hace un compromiso libremente adquirido teniendo en cuenta la motivación, la disponibilidad de tiempo (obligaciones familiares y profesionales), de salud y capacidad humana. * Su servicio lo hace con gratuidad, sin remuneración monetaria ni búsqueda de gratificación afectiva o moral. 1Tomado de Ética del Voluntariado. Módulo 4. Formación Vicentina. Sociedad de San Vicente de Paúl de Colombia.

10


* Tiene clara conciencia de su papel, expresión de la libertad y de la responsabilidad de su labor, es decir, cumple con sus compromisos, sin perturbar el trabajo planeado. * Participa de un trabajo organizado en equipo, que favorece la asignación de responsabilidades, las experiencias y la coordinación de los otros organismos públicos y privados. * Tiene un compromiso continuado para asegurar la duración y la eficiencia. 2

VOLUNTARIOS VICENTINOS (CONSOCIOS): Son los que buscan imitar a San Vicente en las cinco virtudes esenciales que fomentan el amor y el respeto por los pobres: * Sencillez, que incluye la franqueza, integridad y sinceridad. * Humildad, que es aceptar la verdad tanto de nuestras debilidades como de nuestros dones y carismas. * Afabilidad, que es la confianza amistosa y de buena voluntad. * Sacrificio, que es suprimir nuestro ego. * Celo, pasión por el desarrollo humano y pleno de las personas y por su eterna felicidad. La Sociedad está abierta a todas aquellas personas que busquen vivir su fe amando y dedicándose a sus prójimos necesitados. La Sociedad en cada una de sus conferencias (unidad básica y primaria de la Sociedad de San Vicente de Paúl) no hace distinción alguna respecto al sexo, condición, ocupación, clase social u origen étnico. Los vicentinos se reúnen como hermanos (amigos) en presencia de Cristo en conferencias que son comunidades reales de fe, amor y oración. Los vicentinos se inician, se desarrollan y se mantienen en la Sociedad de San Vicente, en las conferencias, porque existe una verdadera vocación en ellos. Como socio vicentino, y como católico cristiano, puedes desarrollar para tu proyecto la catequesis de vida cristiana a partir de esta guía. Este servicio será de edificación para los niños y niñas que lo reciban y lograremos fortalecer su fe y su amor hacia Dios, en conjunto con las familias, buscando una promoción integral.

2 Tomado del Plan Básico de Formación Vicentina.

Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín.

11


Capítulo 1

LA BIBLIA


Este tema por ser tan importante parece ser extenso, pero es necesario para la comprensión de la Historia de la Salvación y de la Vida de Jesús, por lo tanto usted podrá desarrollarlo en 2 ó 3 sesiones, o en las que considere necesarias para su total desarrollo. Se sugiere que si se divide por sesiones se realice con los niños y niñas un trabajo manual consecutivo, por ejemplo una biblioteca con los nombres de los libros de la Biblia. OBJETIVOS * Reconocer que la Biblia es el libro más importante, porque en él está la vida de Jesús y el camino de la salvación. * Permitir que nuestra vida sea guiada por la Palabra de Dios * Que nuestro qué hacer como cristianos y vicentinos lo hagamos con base a la Palabra de Dios ORACIÓN: Señor Jesús, ilumínanos con tu luz para conocer, comprender y vivir tu palabra. Que el mensaje que nos has dejado a través de las Sagradas Escrituras sean para nosotros y nuestras familias la guía para vivir en paz y armonía el amor de Jesús. Amén. TEMA: Qué es la Biblia? * La biblia o Sagradas Escrituras, es la Palabra de Dios: Cuando hablamos de “palabra”, con la expresión “de Dios”, especificamos que no se trata de cualquier palabra, sino de Palabras inspiradas por Dios mismo. * La Biblia es una “carta abierta” de Dios a la humanidad: En ella encontramos mensajes de amor y esperanza, contados en forma de canciones, historias, parábolas, oraciones, entre otras. Fue escrita en esta forma por personas que vivían en comunidad, inspiradas por Dios (2 Timoteo 3:16). * Es el libro del Pueblo de Dios: Como “libro” pertenece a la literatura humana; pero los hebreos y cristianos del mundo entero lo consideran “su libro”, porque es la 13


palabra de Dios. La Biblia muestra la historia del pueblo de Dios desde Israel hasta hoy (pueblo hebreo) y el camino de salvación que vino a darnos Jesucristo (Iglesia de hoy). * Es el libro que conserva y trasmite la revelación de Dios: Destinada a todos los hombres, de todos los tiempos y sin distinción alguna. La Biblia presenta una historia y trasmite un pensamiento proyectado hacia el futuro, hacia el final de los tiempos, el Pueblo en la Biblia está siempre en camino, debe ser reunido para encontrar fuerzas y seguir caminando en la espera de un cielo nuevo y una tierra nueva (Apocalipsis 21:1). La Biblia comprende dos grandes partes: ANTIGUO TESTAMENTO Alianza que Dios hizo con los hombres desde Adán, luego con Abraham, con su pueblo a través de Moisés en el Monte Sinaí y los Profetas. Dios forma y prepara a su pueblo Israel, con la promesa de enviar un Mesías‐ Salvador, su hijo Jesucristo. El Antiguo Testamento comprende 46 libros y nos cuenta la relación íntima entre Dios y su Pueblo; abarca desde la creación hasta el nacimiento de Jesús y se agrupan en 4 conjuntos de libros: 1º GRUPO: PENTATEUCO: Lo forman los 5 primeros libros de la Biblia: Génesis, Éxodo, Levítico, Números y Deuteronomio. En ellos se habla sobre la Creación en la que Dios nos da la vida, la promesa de Dios a Abraham, la liberación del pueblo de Israel de la esclavitud de Egipto y la Alianza en la que Dios da los 10 mandamientos a Moisés. 2º GRUPO: LIBROS HISTÓRICOS: Lo forman 16 libros: Josué, Jueces, Rut, 1 Samuel, 2 Samuel, 1 Reyes, 2 Reyes, 1 Crónicas, 2 Crónicas, Esdras, Nehemías, Tobías, Judit, Ester, 1 Macabeos, 2 Macabeos. En ellos se habla sobre la historia del pueblo de Israel y sus jefes: la conquista de Jericó, Sansón y Dalila, David y Goliat, el rey Saúl y el rey Salomón.

14


3º GRUPO: LIBROS POÉTICOS Y DE SABIDURÍA: Lo forman 7 libros: Job, Salmos, Proverbios, Eclesiastés, Cantar, Sabiduría y Eclesiástico. En ellos se nos enseña como relacionarnos con Dios, a través de poesías, la mayoría del Rey David y Salomón, oraciones o frases sabias. El libro de Job nos habla del hombre justo que sufrió y quería saber por qué, los Salmos son los cánticos de alabanza usados en el templo, los Proverbios son joyas de sabiduría, Eclesiastés revela el peregrinaje espiritual de alguien que busca el sentido de la vida y Cantares es una bella canción de amor. 4º GRUPO: LOS LIBROS PROFÉTICOS: Lo forman 18 libros escritos por los profetas: Isaías, Jeremías, Lamentaciones, Baruc, Ezequiel, Daniel, Oseas, Joel, Amós, Abdías, Jonás, Miqueas, Nahún, Habacuc, Sofonías, Ageo, Zacarías y Malaquías. En ellos, Dios habló a su Pueblo a través de los profetas llamando al arrepentimiento, ofreciendo perdón o avisando que el Mesías vendría. NUEVO TESTAMENTO Dios se manifiesta plenamente en la alianza establecida, por medio de Jesucristo con la humanidad, el punto central y más importante es Jesucristo, muerto y resucitado, centro de nuestra historia. Sus 27 libros, narran la historia de la salvación, comprende los escritos de los apóstoles, los evangelios, desde el anuncio del nacimiento de Jesús, hasta el fin de los tiempos. En el Nuevo Testamento, encontramos los libros divididos no por orden cronológico de su redacción o publicación; sino, más bien, un agrupamiento temático y por autores. Quizás en él debe verse el propósito de presentar la revelación de Dios y el anuncio de su reino eterno a partir de la buena noticia de la encarnación (evangelios) y hasta la buena noticia del retorno glorioso de Cristo al final de los tiempos (Apocalipsis), pasando por el intermedio histórico de la vida y del cometido apostólico de la iglesia (epístolas y Hechos de los Apóstoles ). 3

1. EVANGELIOS (4): A. Sinópticos (3): Se conocen como "Evangelios Sinópticos" los de Marcos, Mateo y Lucas porque tienen el mismo esquema que narra la predicación de Jesús. Es decir, tienen afinidad y semejanzas en cuanto al orden de la narración y al contenido. 3

http://www.historialago.com/xto_03205_evangelios_01.htm

15


B. Juan: es un evangelio mediatizado por la terrible situación que vive la Iglesia en aquellos sangrientos días. Es el que cuenta con mayor número de detalles precisos sobre las enseñanzas de Cristo y el que utiliza un lenguaje más refinado. Precisamente el lenguaje utilizado es uno de los distintivos del evangelio de Juan. 2. HECHOS DE LOS APÓSTOLES (1): 4 Narra los acontecimientos de la Iglesia primitiva, fundamentalmente la misión de la Iglesia, prolongación de la misión de Jesús, por eso se entiende que su verdadero protagonista es el Espíritu Santo prometido y enviado por Cristo (Día de Pentecostés), que es el alma de la misión que impulsa la palabra o el mensaje evangélico a través de Pedro y Pablo. Los Hechos, gracias a Lucas, forma ya parte de la memoria misionera colectiva de la Comunidad Cristiana de todos los tiempos. 3. EPÍSTOLAS (21): Las Epístolas son divididas en las Paulinas y las no Paulinas (Generales). Naturalmente, muchas preguntas surgirían acerca del significado y aplicación del evangelio para los cristianos. Así, las Epístolas contestan estas preguntas, dan la interpretación de la persona y obra de Cristo, y aplican la verdad del evangelio a los creyentes. A. Paulinas (13): Romanos, 1 Corintios, 2 Corintios, Gálatas, Efesios, Filipenses, Colosenses, 1 Tesalonicenses, 2 Tesalonicenses, 1 Timoteo, 2 Timoteo, Tito y Filemón. B. No Paulinas (8): Epístola a los Hebreos, Santiago, 1 Pedro, 2 Pedro, 1 Juan, 2 Juan, 3 Juan y Judas. 4. APOCALIPSIS (1): Apocalipsis significa “revelación”. El Apocalipsis es la revelación de Jesucristo a San Juan acerca de los acontecimientos futuros. Adicionalmente, Dios se revela como el Señor de todo. El es “Rey de reyes y Señor de señores” (Ap. 19, 16). Por eso no tenemos que temer nada. Porque al final triunfarán Dios y los suyos. Dios, que conoce todo y ve todo aquí en la tierra, se ocupa de cada uno de nosotros y está pendiente de nuestra lucha contra el mal. La Biblia es realmente un conjunto de libros, una Biblioteca: Porque siendo un solo libro contiene dentro de él un total de 73 libros que nos cuentan muchas historias y nos dan mensajes religiosos. 4

http://miamigojesusmecuenta.blogspot.com/p/la‐biblia‐me‐lo‐cuenta‐asi.html

16


Cada libro está dividido en Capítulos que se representan con número grande y resaltado. Los capítulos están divididos en versículos que se identifican con pequeños números que nos ayudan a encontrar fácilmente cada cita. La Biblia se empezó a escribir alrededor de 1250 años antes de la venida de Jesucristo y terminó aproximadamente 100 años después de su resurrección. NOTA: existen dos versiones de la Biblia, la católica y la protestante. La Biblia Protestante tiene sólo 39 libros en el Antiguo Testamento y les falta Judit, Tobías, Macabeos, 1 y 2 de Sabiduría, Sirácida o Eclesiástico y Baruc. ¿Cómo interpretar las Sagradas Escrituras? Las Sagradas Escrituras las debemos interpretar movidos por el Espíritu Santo ya que quienes la escribieron fueron inspirados por Él (2 Pedro 1: 20 – 21). El Concilio Vaticano II sintetiza la Biblia diciendo: es un conjunto de libros, escrito por inspiración de Dios, confiado como tal a la Iglesia. Señala tres criterios para una buena interpretación: *Prestar gran atención al contenido y a la unidad de toda la escritura. *Leer la Escritura en la tradición viva de la Iglesia. *Estar atento a la relación con la fe (Romanos 12:6) Para leer la Biblia es necesario comprender las costumbres de los lugares y la cultura de la época. Los libros que forman la Biblia se escribieron sobre papiros y pergaminos dada su extensión. Se empleó la lengua hebrea, aramea y griega.

17


Escuchemos a Dios: 2 Timoteo 3: 10 ‐ 17 ACTIVIDADES Actividad 1:“Acróstico” Se divide el grupo en subgrupos y se le entrega a cada uno, una palabra en forma vertical para que los niños formen un acróstico con dicha palabra: Biblia, Evangelios, Cartas, Epístolas, Proféticos, Poéticos, Históricos y Pentateuco. Finalidad: Saber diferenciar los libros de la Biblia. Actividad 2: “Biblioteca” El facilitador guiará a los niños, para que cada uno pueda desarrollar una biblioteca según su creatividad; puede hacerse con palos de paleta, con cajas de fósforos, con plastilina, entre otros. CANCIÓN: TU PALABRA ME DA VIDA Tu palabra me da vida, confío en ti, Señor. Tu palabra es eterna, en ella esperaré.

Escogí el camino verdadero y he tenido presentes tus decretos, correré por el camino del Señor cuando me hayas ensanchado el corazón.

Dichoso el que con vida intachable camina en la ley del Señor, dichoso el que, guardando los preceptos, lo busca de todo corazón.

Repleta está la tierra de tu gracia, enséñame, Señor, tus decretos, mi herencia son tus mandatos, la alegría de nuestro corazón.

Postrada en el polvo está mi alma, devuélveme la vida tu palabra, mi alma está llena de tristeza consuélame señor con tus promesas.

18


PARA APRENDER: LOS DIEZ MANDAMIENTOS DE LA LEY DE DIOS 1. Amarás a Dios sobre todas las cosas. 2. No tomarás el nombre de Dios en vano. 3. Santificarás las fiestas. 4. Honrarás a tu padre y a tu madre. 5. No matarás. 6. No cometerás actos impuros. 7. No robarás. 8. No dirás falso testimonio ni mentirás. 9. No desearás la mujer del prójimo. 10. No codiciarás los bienes ajenos. ESCLARECE LA AURORA EL BELLO CIELO Por nuestra amada patria suplicamos por la Iglesia elevamos oración; por nuestros caros padres, maestros, misioneros y familia, siempre dichosos los hagáis, Señor.

Esclarece la aurora el bello cielo, otro día de vida que nos dais. Gracias a Dios creador del universo, Oh tierno Padre que en el cielo estas. Nuestras voces unimos al concierto que el universo eleva en vuestro honor; Desde la tierra al cielo más profundo. Oh tierno Padre magnífico hacedor.

En vuestro santo nombre comenzamos este día de vida que nos dais; haced que lo acabemos santamente, Oh, Padre Nuestro, que en el cielo estás.

Conservad nuestras almas sin pecado, a nuestro cuerpo dad fuerza y salud; y nuestra mente iluminad piadoso con un rayo benéfico de luz.

Compromiso: Leer todos los días un versículo de la Biblia, preferiblemente con tu familia.

19


Capítulo 2

ÁNGELES LOS ANGELES


OBJETIVOS: * Comprender que Dios envía un ángel para protegernos. * Saber que Dios mandó a un ángel para anunciar a María que iba a ser la madre de Jesús. *Transmitir a mi familia y compañeros que todos tenemos un ángel que nos guarda y nos guía. ORACIÓN Papá Dios, gracias por tus manifestaciones de amor, llévanos a dejarnos guiar por el ángel que tú mismo nos has asignado y que al terminar este encuentro, podamos ser mensajeros de tu palabra, que nos guía y nos da la fortaleza para seguir en este conocimiento de amor y servicio. Amén. TEMA: Un ángel es un ser inmaterial, un ser de luz, que tiene deberes de asistir y servir a Dios. Los ángeles son presentados en la Biblia como mensajeros de Dios. Los ángeles, ejecutan los juicios de Dios y sirven a los creyentes. Desde este punto de vista, los ángeles son normalmente considerados como criaturas de gran pureza destinadas en muchos casos a la protección de los seres humanos. En este sentido, en el cristianismo se habla del ángel de la guarda o custodio, que sería aquel que Dios tiene señalado a cada persona para protegerla.

Escuchemos a Dios: Lucas 1: 19

22


ACTIVIDAD JUGANDO CON TÍTERES Finalidad: Por medio de una actividad con títeres de dedo, los niños se familiarizarán con el concepto de un ángel dando un anuncio (Ver anexo 1). Decir: “Vamos a imaginar que nuestros abuelos viven muy lejos pero piensan venir a visitarnos. ¿Cómo nos avisarían el día que llegan? Permitir respuestas de los niños. Probablemente dirían “por teléfono” o “mandando una carta”. Sí, esas son formas de hacer anuncios o de dar noticias. Y, ¿de qué forma nos enteraríamos si fuera a venir el Presidente a nuestra ciudad? ¿Cómo harían el anuncio? (Permitir respuestas aquí también). Algunos pueden mencionar “el diario” o “la radio” o “la televisión”. Sí, todas esas son maneras en que nosotros anunciamos las cosas importantes que van a pasar. Un día Dios quiso hacer un anuncio importante. Usó un método muy especial. (Repartir los angelitos a cada uno). ¿Saben qué es esta figura? (Un ángel). Son angelitos de papel. Dios usó a un ángel para hacer su anuncio especial. Primero vamos a pintar nuestros angelitos y luego vamos a arreglarlos para que sean títeres de dedo. Luego les voy a contar cuál fue el anuncio que trajo el ángel. Dejar tiempo para que los coloreen un poquito, lo suficiente para distinguir de quién es cada angelito. Luego pegar el anillo de papel detrás de cada uno con cinta transparente. Ver Visualización de la Lección. El anuncio era: “¡Va a nacer Jesús!” Vamos a usar nuestros angelitos para dar este anuncio al que tenemos al lado. Colocar un títere en el dedo índice y hacer que hable al oído del niño más cercano diciendo “¡Va a nacer Jesús!”Luego permitir que todos los niños lo hagan de la misma forma, usando el títere y hablando al oído de su vecino. Ahora acérquense para escuchar la historia de ese anuncio tan importante. PARA APRENDER Ángel de Mi Guarda, mi dulce compañía, no me desampares ni de noche, ni de día, hasta que me pongas en paz y alegría, con todos los Santos, Jesús, José y María. Yo te doy mi corazón y el alma mía. Amén.

23

Ángel de mi Guarda


CANCIONES ÁNGELES DE DIOS

ÁNGEL DE LA GUARDA

Si tú sientes cerca un barullo y no sabes que es un ángel llegando aunque no lo ves para acercar nuestras oraciones a Dios.

Si estoy triste y oscurece, él me trae el sol. Feliz mi angelito se instaló en mi corazón

Sin más, abre el corazón y comienza a cantar, que no hay gozo más grande que el amor celestial y los ángeles ya vienes a celebrar. "coro”

Aunque no lo pueda ver nunca me deja caer, siempre siento a sus alitas que me van a proteger

Si vuelan los ángeles en el lugar en medio de todos y sobre el altar trayendo las manos llenas de bendiciones.

Ángel de la guarda, dulce compañía, gracias por darme tu mano de noche y de día

No sé si el cielo bajó, qué fue lo que pasó, José, que está lleno de ángeles y que el mismo Dios está aquí. (BIS)

Ángel de la guarda, dulce protección, dale gracias a tu ángel con esta canción

Si vuelan los ángeles la iglesia se alegra, todos cantan y gozan las almas se elevan, se asusta el infierno, se aleja el mal.

Tiro besitos en el aire, chucchucchuc, gracias por cuidarme, chucchucchuc, porque mi angelito, chucchucchuc, si lo necesito está.

Siente un ruido de alas, los ángeles vuelan, confía hermano que ha llegado la hora, la hora de Dios, y te quiere encontrar “coro"

Compromiso: Conocer e invocar tu Ángel que te cuida y te guía, y agradecer a Dios por esta compañía.

24


Capítulo 3

LA ANUNCIACIÓN


OBJETIVOS: * Comprender que Dios anuncia a María que será la madre de Jesús y de esta manera nos muestra su amor. * Conocer la promesa de Dios al enviarnos el Salvador. * Anunciar a Jesús con nuestro testimonio de vida. ORACIÓN Señor, enséñanos a conocerte, a amarte y a servirte en el hermano, especialmente en los más necesitados. Amén. TEMA: Anunciación: En el Nuevo Testamento, el mensaje que el ángel Gabriel trae a María: que ella será la madre de Jesús, y se conmemora el 25 de marzo.

,

,

El suceso de La Anunciación es un momento crucial y de gran importancia para los cristianos. En el Antiguo Testamento Dios hace un pacto con la población de Israel. En el Nuevo Testamento leemos acerca del "Nuevo" pacto o promesa que Dios trae a todo el mundo.

,

. ´

, ,

,

, .

Para los cristianos, el suceso de La Anunciación es el comienzo del cumplimiento de ese pacto. Éste, se refiere a Jesús: Su nacimiento, vida, muerte y resurrección, y cómo Él trae esperanza a todas la personas del mundo (Lucas 1:26‐38). Catecismo de la Iglesia Católica Nº 437

Vale la pena resaltar las palabras que por boca del ángel Gabriel se dirigen a María y que magníficamente la presentan y definen: “llena de gracia”. El saludo del ángel y su invitación a la alegría deberían resonar con firmeza hoy en nuestra historia, marcada tantas veces por la desesperanza, el olvido y la tristeza.

26


A partir de este alégrate, el motivo de la alegría es profundo y sereno, nos ayuda a mantener encendida la llama de la esperanza y la ilusión: porque Dios está con nosotros, y porque Ella, la que se fio de Dios, la que se abandonó en Él y se puso en camino, es, además de nuestro modelo, nuestra constante intercesora ante su Hijo, porque por Él y con Él somos también hijos suyos. Ser cristianos significa, como primer paso, creer, aceptar que Jesús, el Hijo de Dios, se encarnó, se hizo hombre como nosotros, y se vino a vivir a nuestro mundo. Se encarnó, es decir, se metió en nuestra carne y sangre, en nuestra humanidad, asumiendo todas las debilidades y limitaciones que le son propias, para vivir con nosotros; para vivir como uno de nosotros. “Y el Verbo se hizo carne, puso su tienda entre nosotros, y hemos visto su Gloria: la Gloria que recibe del Padre; lleno de gracia y de verdad” (Juan 1, 14). Jesús es Dios mismo, pero Dios encarnado. No simplemente revestido de carne, sino totalmente sumergido en ella, impregnado de ella. El cuerpo de Jesús es un elemento esencial de su ser, porque él es el Dios‐hombre y el hombre‐Dios. El Emmanuel, el Dios‐con‐nosotros; el Dios‐entre‐nosotros; el Dios‐para‐nosotros. Jesús es el Verbo de Dios, la Palabra de Dios, lo que Dios nos dice de sí mismo. Jesús es Dios que se nos da a conocer; Dios que se nos entrega; Dios que nos manifiesta la ternura de su amor, la fuerza de su amor, la plenitud de su amor por cada uno de nosotros. No se trata simplemente de una cuestión de tipo intelectual; de una idea para entender, de una verdad para aceptar con la mente. La Encarnación es un misterio, una verdad de Dios que sólo a través de la fe se puede entender, que llena nuestro corazón y nuestra vida de gozo y esperanza. Una verdad que tenemos que defender a como dé lugar, contra los ataques de quienes no saben o no quieren saber (Ver anexo 2). Escuchemos a Dios: Lucas 1:26‐38

27


ACTIVIDAD: Colorear Imágenes Observando imágenes: Muestre a los niños y niñas imágenes o pinturas sobre la anunciación, para que ellos se hagan una idea y comprendan la grandeza de Dios. Colorear Imágenes: Luego de observar las pinturas, dígales a los niños que ellos también pueden pintar y decorar sus propias imágenes de La Anunciación. Provea dibujos y una variedad de materiales de pintar y colorear. (Ver anexo 3) Después de esto se harán una serie de preguntas: a) ¿Cuál era el nombre de la Virgen que fue visitada por el ángel Gabriel y que sería Madre de Dios? b) ¿Cuál era el nombre que por indicaciones del ángel, la Virgen debería poner a su hijo? c) ¿Cuál fue la primera palabra que pronunció el ángel cuando entra en presencia de la Virgen? d) ¿Cuál es el nombre con que se conoce la visita del ángel a María? e) ¿Cuál es el nombre con el que se conoce el misterio de la entrada del Hijo de Dios en la humanidad en el momento en el que asumió nuestra naturaleza en las entrañas de María Virgen? Finalidad: Que los niños, a través de imágenes inspiradas en la anunciación, las observen, se cuestionen y las decoren, haciendo un pequeño resumen sobre lo que entienden de la anunciación. CANCIÓN LA ANUNCIACIÓN Virgen Madre, Señora nuestra, recordando la Encarnación te cantamos tus hijos todos, como Estrella de Salvación.

El ángel vino de los Cielos y a María anunció el gran misterio de Dios‐Hombre que a los Cielos admiró. Virgen Madre, Señora nuestra, recordando la Encarnación te cantamos tus hijos todos, como Estrella de Salvación.

El Verbo, para redimirnos tomó su sangre virginal, vivió hecho Hombre entre nosotros, librándonos de todo mal.

Yo soy la esclava del Señor, mi Dios, la Virgen dijo al contestar, que se haga en mí según Tú has dicho, que se haga en mi Tu Voluntad.

Virgen Madre, Señora nuestra, recordando la Encarnación te cantamos tus hijos todos, como Estrella de Salvación.

28


PARA APRENDER EL ANGELUS

“AVE MARÍA”

V. El Ángel del Señor lo anunció a María. R. Y concibió por obra del Espíritu Santo.

Dios te salve, María, llena eres de gracia, el Señor es contigo; bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros, pecadores, ahora y en la ahora de nuestra muerte. Amén

Dios te salve, María… Santa María… V. He aquí la esclava del Señor. R. Hágase en mí según tu palabra. Dios te salve, María… Santa María…

ORACIÓN:

V. El Verbo se hizo carne. R. Y vivió entre nosotros.

Infundid, Señor, tu gracia en nuestras almas, para que, los que hemos creído la Encarnación de vuestro Hijo y Señor nuestro, Jesucristo, anunciada por el Ángel, por los merecimientos de su Pasión y Muerte, alcancemos la gloria de su Resurrección, por Jesucristo, nuestro señor. Amén.

Dios te salve, María… Santa María… V. Rogad por nosotros, Santa Madre de Dios. R. Para que seamos dignos de alcanzar las promesas de Nuestro Señor Jesucristo.

Compromiso: Cuéntale a tus compañeros y familiares la historia del anuncio del Ángel a María.

29


Capítulo 4 LA VISITA DE MARÍA A SU PRIMA ISABEL


OBJETIVOS: * Conocer la grandeza de Dios en Isabel la prima de la Virgen María. * Vivir gozosos la presencia de Dios cuando le abrimos nuestro corazón. * Entender que nuestra disponibilidad en el servicio permite ver en los beneficiados, la presencia de Dios. ORACIÓN: Padre Dios, nos ponemos en tus manos para que, como la Virgen María, estemos dispuestos al servicio con prontitud y rapidez en las necesidades de nuestros hermanos. Amén. TEMA: La Virgen María, después de la encarnación del Verbo en su seno, visita a su prima Isabel que esperaba un niño (San Juan Bautista). Isabel reconoce a la Virgen como "la madre de mi Señor". Lucas 1:39‐46 En aquellos días, se levantó María y se fue con prontitud a la región montañosa, a una ciudad de Judá; entró en casa de Zacarías (esposo de Isabel) y saludó a Isabel. Y sucedió que, en cuanto oyó Isabel el saludo de María, saltó de gozo el niño en su seno, e Isabel quedó llena de Espíritu Santo; y exclamando con gran voz, dijo: «Bendita tú entre las mujeres y bendito el fruto de tu seno; y ¿de dónde a mí que la madre de mi Señor venga a mí? Porque, apenas llegó a mis oídos la voz de tu saludo, saltó de gozo el niño en mi seno. ¡Feliz la que ha creído que se cumplirían las cosas que le fueron dichas de parte del Señor!» Y dijo María: “Engrandece mi alma al Señor...”

31


La visita de María a su prima Isabel: Las dos se conocían bien; sin embargo, en este encuentro comparten entre ellas un misterio que las llenó de inmensa alegría, misterio que es esencial para poner en marcha el Plan Providente de Dios para la salvación de la humanidad. Isabel representa el Antiguo Testamento que termina; María, el Nuevo que comienza. Ambas se identifican por su gran fe en Dios. Isabel gesta en su seno al que será el precursor de Jesús: Juan el Bautista. Era imposible esta concepción desde el punto de vista humano, puesto que Isabel era estéril y de avanzada edad. Pero el anuncio del ángel Gabriel se cumple porque tanto ella como su esposo Zacarías pedían en la oración esta gracia al Señor en la confianza de ser escuchados. María acaba de concebir en su vientre virgen al que será el Mesías esperado por Israel, a Jesús hombre verdadero y Verbo de Dios a la vez, al Salvador y Redentor del mundo. Observemos cómo Gabriel ‐ que es el ángel, mensajero de Dios – es el mismo que más tarde se aparecería también a María (tema anterior) y que a ambas les saluda con la misma expresión de ánimo y confianza: “No temas...” Escuchemos a Dios: Lucas 1: 39 – 45 ACTIVIDAD: Socio Drama A partir del texto de Lucas 1:5 – 15, los niños y niñas desarrollarán un socio drama, mostrando a través de éste: 1.Quién era Isabel? 2.Quién era Zacarías? 3.Cómo Dios mostró su amor? 4.Cómo Dios responde a las súplicas? 5.Cómo debemos creer en las promesas de Dios sin dudar? Finalidad: que el grupo de integrantes participe en la creación de este sociodrama para vivenciar el amor de Dios en la familia de Isabel y Zacarías. Compromiso: durante esta semana presta algún servicio en tu casa, con tus vecinos o en el comedor

32


PARA APRENDER: EL MAGNIFICAT Proclama mi alma la grandeza del Señor, se alegra mi espíritu en Dios mi Salvador, porque ha mirado la humillación de su esclava. Desde ahora me felicitarán todas las generaciones porque el Poderoso ha hecho obras grandes por mí. Su nombre es Santo y su misericordia llega a sus fieles de generación en generación. Él hace proezas con su brazo, dispersa a los soberbios de corazón. Derriba del trono a los poderosos y enaltece a los humildes. A los hambrientos los colma de bienes y a los ricos despide vacíos. Auxilia a Israel su siervo, acordándose de su santa alianza según lo había prometido a nuestros padres en favor de Abrahán y su descendencia por siempre. Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo como era en principio ahora y siempre por los siglos de los siglos. Amén. CANCIÓN: REINA DE COLOMBIA Reina de Colombia por siempre serás; es prenda tu nombre de júbilo y paz. Reina de Colombia por siempre serás; es prenda tu nombre de júbilo y paz. La nación entera, con culto filial, tus glorias pregona, tu imagen venera, y en tu honor entona un himno triunfal, y en tu honor entona un himno triunfal. A tu paso extienda su invicto pendón, la patria querida que hoy te dan ofrenda la noble acogida de su corazón.

33


Capítulo 5

NACIMIENTO DE JESÚS


OBJETIVOS: * Comprender la misericordia de Dios al hacerse hombre. * Saber cuánto nos ama Dios que nos envió su único hijo para nuestra salvación. * Proclamar como cristianos y vicentinos el nacimiento de Jesús. ORACIÓN: Divino Niño, te pedimos nazcas en todos nuestros corazones, en nuestras familias, en el mundo entero, para que aprendamos a vivir como Tú y, junto con la Virgen María, ser cada vez más ejemplo para la humanidad. Amén. TEMA: Mateo 1:18‐25 “El nacimiento de Jesucristo fue así: su madre María estaba desposada con José; y antes de que se unieran, se halló que ella había concebido del Espíritu Santo. José, su marido, como era justo y no quería difamarla, se propuso dejarla secretamente. Mientras él pensaba en esto, he aquí que un ángel del Señor se le apareció en sueños y le dijo: “José, hijo de David, no temas recibir a María tu mujer, porque lo que ha sido engendrado en ella es del Espíritu Santo. Ella dará a luz un hijo; y llamarás su nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados.” Todo esto aconteció para que se cumpliese lo que habló el Señor por medio del profeta, diciendo: He aquí, la virgen concebirá y dará a luz un hijo, y llamarán su nombre Emanuel, que traducido quiere decir: Dios con nosotros. Cuando José despertó del sueño, hizo como el ángel del Señor le había mandado, y recibió a su mujer. Pero no la conoció hasta que ella dio a luz un hijo, y llamó su nombre Jesús”. Mateo 2: 1 ‐ 12 “Jesús nació en Belén de Judea, en días del rey Herodes. Y he aquí unos magos vinieron del oriente a Jerusalén, preguntando: —¿Dónde está el rey de los judíos, 35


que ha nacido? Porque hemos visto su estrella en el oriente y hemos venido para adorarle. Cuando el rey Herodes oyó esto, se turbó, y toda Jerusalén con él. Y habiendo convocado a todos los principales sacerdotes y a los escribas del pueblo, les preguntó dónde había de nacer el Cristo. Ellos le dijeron: —En Belén de Judea, porque así está escrito por el profeta: “Y tú, Belén, en la tierra de Judá, de ninguna manera eres la más pequeña entre los gobernadores de Judá; porque de ti saldrá un gobernante que pastoreará a mi pueblo Israel”. Entonces Herodes llamó en secreto a los magos e indagó de ellos el tiempo de la aparición de la estrella. Y enviándolos a Belén, les dijo: —Id y averiguad con cuidado acerca del niño. Tan pronto le halléis, hacédmelo saber, para que yo también vaya y le adore. Ellos, después de oír al rey, se fueron. Y he aquí la estrella que habían visto en el oriente iba delante de ellos, hasta que llegó y se detuvo sobre donde estaba el niño.

Al ver la estrella, se regocijaron con gran alegría. Cuando entraron en la casa, vieron al niño con María su madre, y postrándose le adoraron. Entonces abrieron sus tesoros y le ofrecieron presentes de oro, incienso y mirra. Pero advertidos por revelación en sueños que no volviesen a Herodes, regresaron a su país por otro camino”. Desde que el hombre pecó, Dios Padre empezó a preparar el nacimiento de su Hijo. Lo anunció por boca de los profetas: Isaías, Miqueas, Zacarías. El último de 36


los profetas en anunciarlo fue Juan Bautista, quien lo presentó al mundo, cuando ya el Mesías vivía entre nosotros. Jesús nace en Belén (Belén significa: casa del pan), un pequeño pueblo, cerca de Jerusalén. Nos cuentan los Evangelios que nació en un establo, muy pobre. Esto lo recordamos cada año en la Fiesta de la Navidad. Dios animaba su anhelo y su esperanza por medio de los profetas, con la promesa del Mesías, quien tenía que venir en nombre suyo para cambiar las cosas, para abrir caminos hacia un mundo de justicia y de paz. Jesús es Dios, el Creador del universo. Con el nacimiento de Jesús, el Creador eterno, todopoderoso y omnisciente, vino a la tierra encarnado, como humano y como divino. Es difícil amar a Jesús, conocerlo de verdad, si no lo estudiamos, si no nos acercamos a su vida, a sus milagros, a su amor y a sus sacramentos: Para Reflexionar: ¿Por qué venir como un bebé, en lugar de aparecer en todo su poder y majestad? ¿Por qué convertirse en un hombre real y vivir entre nosotros, cuando sabía muy bien cuán terriblemente sería tratado? Escuchemos a Dios: Lucas 2: 1,2, 6 y 7 ACTIVIDAD: Elaboración del Pesebre De acuerdo a los materiales que se tengan, llevar a los niños y niñas a desarrollar con creatividad y destreza las figuras que representen los personajes y el nacimiento de Jesús. Finalidad: a partir de la elaboración del pesebre los niños y niñas conozcan el nacimiento de Jesús. Compromiso: Con tu facilitador busca la cita de Lucas 2: 1 ‐ 20 *¿De qué habla el texto? *¿De quiénes habla el texto? *Cuéntale al grupo qué te dice el texto *A qué te comprometes

37


PARA APRENDER: EL CREDO Manifestación de nuestra Fe Creo en Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo, su único Hijo, Nuestro Señor, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo; nació de Santa María Virgen, padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado, muerto y sepultado, descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios, Padre todopoderoso. Creo que desde allí ha de venir a juzgar a vivos y muertos. Creo en el Espíritu Santo, la Santa Iglesia Católica, la comunión de los santos, el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida eterna. Amén.

CANCIÓN: HOSANNA ‐ HEY, HOSANNA ‐ HA. Hosanna ‐ Hey, Hosanna ‐ Ha. Hosanna ‐ Hey, Hosanna ‐ Hey, Hosanna ‐ Ha. Él es el Santo, es el hijo de María, es el Dios de Israel, es el hijo de David. Vamos a Él con espigas de mil trigos, y con mil ramos de olivos, siempre alegres, siempre en paz. Él es el Cristo, es el unificador, es hosanna en las alturas, es hosanna en el amor. Es la alegría, la razón de mi existir, es la vida de mis días, es consuelo en mi sufrir. 38


Capítulo 6

MARÍA, MUJER DEL SILENCIO


OBJETIVOS: * Reconocer a María como madre de Dios y madre nuestra. * Aprender a ser prudente en nuestro hablar y actuar cotidianamente. * Venerar a María a través del Rosario y como vicentinos con nuestro comportamiento. ORACIÓN: Padre celestial, gracias por darnos a la Virgen María como madre nuestra; que ella sea nuestro ejemplo en nuestra vida, en nuestras familias y en el mundo entero. Te pedimos por todas las madres, especialmente por las nuestras, guíalas y enséñales a ser humildes, sencillas y serviciales. Amén. TEMA: MARÍA, DISCÍPULA Y MISIONERA De María se pueden distinguir al menos tres características del discipulado: 1) Responde con decisión a la llamada divina. 2) Mantiene una progresiva actitud sabia y memoria confiada ante las enseñanzas y práctica de Jesús. 3) Testimonia la encarnación y anuncia su resurrección gloriosa. MARÍA ES : MISIONERA: es la primera y más alta expresión de una Iglesia evangelizadora y al servicio del Reinado de Dios. La primera evangelización en el continente americano tuvo, desde sus inicios, una huella mariana. En un contexto de conquista de los pueblos indígenas, donde se cambiaron las costumbres y símbolos religiosos de manera impositiva, la figura materna de la Virgen María contrarrestó en gran medida esta imposición del mundo oriental. En este sentido, se podría hablar de la Virgen María, o del símbolo femenino que ella representa, como “realización más alta” del cristianismo en el continente.

40


MARÍA, MADRE DEL SILENCIO: María es una mujer de silencio, porque mide sus palabras. En el Evangelio habla sólo en cuatro ocasiones:  en la anunciación  cuando visita a Isabel y entona el Magnificat  cuando encuentra a Jesús en el templo y  en Caná de Galilea, tras decirles a los sirvientes de la boda que oyeran la única voz que contaba, guarda silencio para siempre. MARÍA, MADRE NUESTRA: Juan la presenta en su evangelio al pie de la cruz, para mostrarnos que ella es una mujer fuerte que se sobrepone al dolor, para enseñarnos a superar el sufrimiento y el miedo a la muerte, porque ella, llena de fe, nos invita a esperar gozosamente el día de la Resurrección. El gesto de María de permanecer hasta el final junto a su hijo, nos hace sentir que, como Madre de Jesús, sabe perdonar y como Madre nuestra sabe amarnos. Porque, a pesar de nuestra maldad, intercede por nosotros y se queda para siempre a nuestro lado. Ella, al aceptar ser la Madre del salvador, acepta ser la Madre de todos los seres humanos. Nosotros estamos llamados a recibirla en nuestra casa, para que sea para siempre nuestra Madre y compañera de camino (Juan 19:26 – 27). MARÍA, MADRE DE LA IGLESIA Y EJEMPLO DE EUCARISTÍA: María es Madre de la Iglesia por ser Madre de Cristo. La Virgen María es la Madre de todos los hombres y especialmente de los miembros del Cuerpo de Cristo (Iglesia), desde que es Madre de Jesús por la Encarnación. María por ser la madre de Jesús, por haberle dado la carne y la sangre; esa carne y esa sangre que en la Cruz se ofrecieron en sacrificio y se hacen presentes en la Eucaristía. Este es el aspecto más inmediatamente visible de aquella "relación profunda" de la Virgen con el misterio eucarístico. Por eso, la piedad de la Iglesia hacia la Santísima Virgen es un elemento íntimo del culto cristiano. Vamos cumpliendo así la profecía de la Virgen, que dijo: "Me llamarán Bienaventurada todas las generaciones" (Lucas 1,48). María ha estado y estará siempre en nuestra vida cristiana y en el corazón de cada creyente. 41


MARÍA, ¿cómo llamamos nosotros a María?: la conocemos bajo diversos nombres, según la experiencia de cada persona y de cada pueblo, pero ella es UNA SOLA, la Madre de Dios y Madre nuestra. María por ser también una criatura como nosotros, no puede ser adorada como Dios. Por sus virtudes María merece nuestra admiración y devoción, la veneramos y honramos a través de la oración del Rosario. ORACIÓN CONSAGRACIÓN AL CORAZÓN DE MARÍA INMACULADA He aquí mi corazón, mi buena Madre. Tómalo que a Tí recurre buscando reposo; cansado de oír los vanos rumores de la tierra, vengo a escuchar tus secretas palabras llenas para mí de alegría y encanto; amo tanto la corona que obra tu frente como tu sonrisa tan dulce, tu mirada tan maternal; mientras te contemplo, Madre Mía, me pareces más bella; aquí vengo a depositar a tus pies mi corazón; bien conoces su inconstancia; date prisa a tomarlo porque tal vez esta misma noche ya no estará en mi poder y muchas lágrimas me costará recuperarlo; tómalo y guárdalo en el tuyo, y si en adelante te lo volviera a pedir alguna vez ... oh, no me lo entregues, dime que es tuyo para siempre. Hazme puro a tus ojos, dame la inocencia, un corazón grande para amarte y tu regazo maternal para dormir; dame la fe, la esperanza y la caridad, virtudes en esta vida y una santa muerte. Cuando mis pasos bajen a la tumba, cuando mis labios hayan gustado del cáliz de la amargura, dame las alas de la paloma y sal a recibirme a las puertas del cielo. Virgen Santísima, yo me consagro a Tí desde este sábado hasta el venidero; prometo guardar castidad en mis pensamientos, palabras y obras y para asegurarme en estos santos propósitos te pido tu Santa Bendición. Bendíceme, Hija del Padre, y líbrame de los malos pensamientos; bendíceme, Esposa del Espíritu Santo, y líbrame de las malas imaginaciones y de las malas obras; bendecid, en fin, Madre Mía, todos y cada uno de los instantes de esta semana en que me consagro a Ti. María Santificadora, acuérdate que soy tuyo, no me desampares en la vida ni en la muerte y en este día dame tu Santa Bendición. Amén.

42


Escuchemos a Dios: Lucas 2: 51, Juan 19:26 – 27 ACTIVIDADES Actividad 1 DECORANDO EL ALTAR DE LA VIRGEN Finalidad: a través de flores elaboradas por los mismos niños, con diferentes materiales (a creatividad del facilitador), haremos y decoraremos el Altar de la Virgen María (Ver anexo 4). Actividad 2 TARJETAS PARA MAMÁ Finalidad: los niños harán y decorarán una tarjeta para la mamá, mostrando en ella a María como modelo de madre. CANCIÓN: MADRE MÍA QUE ESTÁS EN EL CIELO Madre mía que estás en los cielos, Envía consuelo a mi corazón; Cuando triste llorando te llame, Tu mano derrame feliz bendición; luna bella de eternos fulgores, Manojo de flores de aroma inmortal, embalsa mi pecho tu ambiente, y alumbre mi mente, y alumbre mi mente, tu luz celestial (bis) Coro En ti sola, abrigue confianza, Toda mi esperanza la puse yo en ti. / Siempre, oh María, tu amparo reciba, en tanto que viva, en tanto que viva, amándote a ti (bis) Coro A tus manos, oh madre, me llego; recógeme, luego contigo vivir. / Que del mundo la gloria he dejado, Y estoy empeñado, y estoy empeñado, a Cristo seguir (bis) 43


PARA APRENDER

Los Misterios Gozosos

*La Anunciación *La Visita de la Virgen María a su Prima Santa Isabel *El Nacimiento de Jesús *La Presentación de Jesús *Jesús hallado en el Templo

Los Misterios Luminosos

*El Bautismo de Jesús *Las Bodas de Caná *La Proclamación del Reino *La Transfiguración *La Institución de la Eucaristía

Los Misterios Dolorosos

*La Agonía en el Huerto *La Flagelación *La Coronación de Espinas *Jesús con la Cruz a cuestas *La Crucificción

Los Misterios Gloriosos

*La Resurrección *La Ascensión del Señor *La Venida del Espíritu Santo *La Asunción de María *La Coronación de la Virgen María

Compromiso: que los niños se comprometan a ser obedientes, respetuosos, responsables y cariñosos con sus padres y sus familias, poniendo así en práctica el amor a María.

44


Capítulo 7

LA FAMILIA DE JESÚS


OBJETIVOS: * Trabajar por la familia a partir de la experiencia de José y María. * Respetar nuestra familia a la luz del Evangelio. * Vivir en nuestros hogares como la Sagrada Familia. ORACIÓN: Padre Santo, te pedimos por nuestras familias, ilumínanos, ayúdanos y guíanos para que, a ejemplo de María y José, vivamos en nuestros hogares en paz y armonía. Amén TEMA: María, la madre de Jesús, mujer judía. José el carpintero, Padre adoptivo de Jesús. Jesús nace en Belén, crece en Nazaret, una pequeña ciudad de Galilea ubicada al norte del país; su lengua materna es el arameo, conoció también el hebreo, sometido a la Ley Judía y a la Ley de Dios. Progresaba en sabiduría, estatura y gracia ante Dios y los hombres. San José es llamado el "Santo del silencio" No conocemos palabras expresadas por él, tan solo conocemos sus obras, sus actos de fe, amor y de protección como padre responsable del bienestar de su amadísima esposa y de su excepcional Hijo. José fue "santo" desde antes de los desposorios. Un "escogido" de Dios. Desde el principio recibió la gracia de discernir los mandatos del Señor. Se ignora la fecha de su muerte, aunque se acepta que José de Nazaret murió cuando Jesucristo tenía ya más de 12 años, pero antes del inicio de su predicación. La vida en familia de Jesús, José y María, en cuanto a lo exterior, no se diferencia mucho de cualquier otra familia. José en su carpintería y María en sus quehaceres domésticos. Vida sencilla, con sus alegrías y sus penas. José y María vivieron dedicados siempre a la educación de su Hijo. Le enseñaron a rezar y a conocer la Sagrada Escritura. Ellos, respetando el modo de ser y la misión que tenía que cumplir su Hijo, supieron educarle para que en todo fuera servidor de Dios y del prójimo. 46


Era la familia de un carpintero del interior del país. Saben del sufrimiento del que padece del hambre, la sed, el cansancio, la vida insegura y la falta de techo. Sufrieron en carne propia lo que es el desprecio. No pensemos que la Sagrada Familia era una familia sin problemas. Ellos, como nosotros, tuvieron toda clase de problemas. Pero supieron resolverlos a base de diálogo, con mucho respeto y amor mutuo. Entre muchos problemas, José y su familia tuvieron que huir de Belén a Egipto, cuando un Ángel le anunció la matanza que haría Herodes con todos los niños menores de dos años que había en la ciudad, temeroso de perder el reinado. Con la muerte de Herodes, la familia regresa a Israel, se establecieron en la población llamada Nazaret, por eso es llamado el Nazareno. “Así se cumplió lo que anunció el Señor por los Profetas.” En aquella familia estuvo presente lo mejor que puede haber en una casa: el favor de Dios, su gracia y su palabra. El centro de aquella familia fue JESÚS. Esto quiere decir que la presencia de Jesús no excluye los problemas. La familia ideal no es la familia donde no hay problemas, sino la que, teniendo a Dios como centro, está unida por un auténtico amor. Pues donde hay amor, allí está Dios. Escuchemos a Dios: Mateo 2:13 – 15, Lucas 2:40 ACTIVIDAD: Cuadro Familiar A partir de láminas de revista o periódicos, construya un cuadro de su familia y decórela de acuerdo a su creatividad, además escriba qué valores quisiera en su familia. Finalidad: a través del cuadro de la familia, cada niño/a conocerá más a su grupo familiar. PARA APRENDER: ACTO DE CONTRICIÓN Jesús, mi Señor y Redentor. Yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos ofendí a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar, y confío en que, por tu infinita misericordia y por los méritos de tu Santa Infancia, me has de conceder el perdón de mis culpas y me has de llevar a la vida eterna. Amén 47


CANCIÓN: HIMNO A LA FAMILIA Que ninguna familia comience en cualquier de repente, y que ninguna familia se acabe por falta de amor. La pareja sea el uno en el otro de cuerpo y de mente, y que nada en el mundo separe un hogar soñador. Que ninguna familia se albergue debajo del puente, y que nadie interfiera en la vida y en la paz de los dos, y que nadie los haga vivir sin ningún horizonte, y que puedan vivir sin temer lo que venga después. La familia comience sabiendo porqué y dónde va, y que el hombre retrate la gracia de ser un papá. La mujer sea cielo y ternura, y afecto y calor, y los hijos conozcan la fuerza que tiene el amor. Bendecid, oh Señor, las familias. Amén. Bendecid, oh Señor, la mía también. (2 veces) Que marido y mujer tengan fuerza de amar sin medida, y que nadie se vaya a dormir sin buscar el perdón, que en la cuna los niños aprendan el don de la vida. La familia celebre el milagro del beso y el pan. Que marido y mujer de rodillas contemplen sus hijos, y que por ellos encuentren la fuerza de continuar, y que en su firmamento la estrella que tenga más brillo, pueda ser la esperanza de paz y certeza de amar. (Coro).

Compromiso: en mis oraciones pedirle a Dios que ayude y guie a mi familia.

48


Capítulo 8

EL NOMBRE DE JESÚS


OBJETIVOS: * Entender la importancia del nombre de Jesús. * Conocer el mensaje que Jesús nos da a través de su nombre. * Respetar y amar a Jesús. ORACIÓN: Señor Jesús, amigo y salvador nuestro, que siempre estás presente en medio de todos nosotros, ilumina nuestras mentes para conocerte, amarte y servirte a través de nuestros hermanos. AMEN TEMA: El nombre de Jesús, dado por el ángel en el momento de la anunciación, significa “Dios salva”, expresa a la vez su identidad y su misión, “porque Él salvará al pueblo de sus pecados” (Mateo 1:21). Su historia comienza mucho antes de su nacimiento, en su persona está presente el mismo nombre de su Padre Dios. Pedro nos afirma que bajo el cielo no se ha dado otro nombre que pueda salvarnos (Hechos 4:12). En el centro de nuestra oración se encuentra el nombre de Jesús, todas nuestras oraciones terminan con el nombre de Jesucristo, nuestro Señor. EL NOMBRE DE CRISTO: * En hebrero se escribe “Mesías” que significa “Ungido”, “Consagrado”, esperado por Israel y enviado al mundo por el Padre. * En griego se dice “Cristo” y significa lo mismo “Ungido”. * Jesús es el Cristo porque ha sido consagrado por Dios, ungido por el Espíritu Santo para la misión redentora. * Es el siervo sufriente “que da su vida en rescate por muchos” (Mateo 20:28) * Del nombre de Cristo nos viene el nombre de cristianos. ¿Qué significa el título de «Señor»? En la Biblia, el título de «Señor» designa ordinariamente al Dios soberano. Jesús se lo atribuye a sí mismo, y revela su soberanía divina mediante su poder sobre la naturaleza, sobre los demonios, sobre el pecado y sobre la muerte, y sobre todo con su Resurrección. 50


Las primeras confesiones de fe cristiana proclaman que el poder, el honor y la gloria que se deben a Dios Padre, se le deben también a Jesús: Dios «le ha dado el nombre sobre todo nombre» (Filipenses 2, 9). Él es el Señor del mundo y de la historia, el único a quien el hombre debe someter de modo absoluto su propia libertad personal. (Catecismo de la Iglesia Católica # 446 – 451‐ 455). ¿Por qué el Hijo de Dios se hizo hombre? Dios se encarnó en su Hijo Jesús, por nosotros los hombres y por nuestra salvación: es decir, para reconciliarnos a nosotros pecadores con Dios, darnos a conocer su amor infinito, ser nuestro modelo de santidad y hacernos «partícipes de la naturaleza divina» (2 Pedro 1, 4). (Catecismo de la Iglesia Católica # 456‐ 460) Dios, como hombre, estaba dotado de alma con inteligencia, pero como Hijo de Dios su Padre, discernía así mismo los pensamientos secretos de los hombres y conocía los designios eternos que Él había venido a revelar. Cristo asumió el verdadero cuerpo humano, mediante el cual Dios invisible se hizo visible. Escuchemos a Dios: Mateo 1,21, Hechos 4:12 ACTIVIDAD: Armando Rompecabezas Se les entregará a los niños y niñas láminas de Jesús divididas en partes, para que ellos armen la figura y luego escriban como está en la lámina y qué significado tiene Jesús en sus vidas. Finalidad: entender quién es Jesús en nuestras vidas. CANCIÓN: JESUCRISTO ME DEJÓ INQUIETO Jesucristo me dejó inquieto, su palabra me llenó de luz, nunca más yo pude ver el mundo sin sentir aquello que sintió Jesús.

51


Yo vivía muy tranquilo y descuidado, y pensaba haber cumplido mi deber, muchas veces yo pensaba, equivocado, contentarme con la letra de la ley. Más después que mi Señor pasó, nunca más mi pensamiento descansó. Yo creía estar seguro y realizado y dejaba descansar mi corazón, y siguiendo por la vía, equivocado, cosechaba en mi vida una ilusión; mas después que mi Señor pasó, nunca más mi pensamiento descansó. PARA APRENDER: YO PECADOR Yo confieso ante Dios todopoderoso y ante ustedes, hermanos, que he pecado mucho de pensamiento, palabra, obra y omisión: Por mi culpa, por mi culpa, por mi gran culpa. Por eso ruego a Santa María, siempre Virgen, a los Ángeles, a los Santos y a ustedes, hermanos, Que intercedan por mí ante Dios, nuestro Señor. Amén Compromiso Cada niño y niña deberá buscar el significado de su nombre. El catequista debe buscar el nombre y significado de los niños para la clase.

52


Capítulo 9

JESÚS NIÑO


OBJETIVOS * Conocer a Jesús para poder seguirlo. * Aprender a vivir la vida humana como la vivió Jesús. * Servir a nuestros hermanos como Jesús nos enseñó. ORACIÓN: Señor Jesús, en este nuevo encuentro contigo, enséñanos a ser niños y niñas con buenos modales, con respeto y amor a nuestros hermanos, especialmente a los más necesitados. Que tu vida humana sea para nosotros un ejemplo de vida y de entrega, Amén. TEMA: Lucas 2: 21 ‐ 40 Circuncisión de Jesús. Versículo 21. Cuando se cumplieron los ocho días para circuncidarle, se le puso el nombre de Jesús, el mismo nombre que el ángel había dicho a María antes de ser concebido en el seno. Presentación de Jesús en el Templo. Versículo 22. Cuando se cumplieron los días en que debían purificarse, según la Ley de Moisés, llevaron a Jesús a Jerusalén para presentarle al Señor. 23. como está escrito en la Ley del Señor: Todo varón primogénito será consagrado al Señor 24. y para ofrecer en sacrificio un par de tórtolas o dos pichones*, conforme a lo que se dice en la Ley del Señor. 25. Vivía entonces en Jerusalén un hombre llamado Simeón. Era un hombre justo y piadoso, y esperaba la consolación de Israel; y estaba en él el Espíritu Santo. 26. El Espíritu Santo le había revelado que no vería la muerte antes de haber visto al Cristo del Señor. 27. Movido por el Espíritu, vino al Templo; y cuando los padres introdujeron al niño Jesús, para cumplir lo que la Ley prescribía sobre él, 28. Le tomó en brazos y bendijo a Dios diciendo: 54


Cántico de Simeón. Versículo 29. «Ahora, Señor, puedes, según tu palabra, dejar que tu siervo se vaya en paz; 30. porque han visto mis ojos tu salvación, 31. la que has preparado a la vista de todos los pueblos, 32. luz para iluminar a las gentes y gloria de tu pueblo Israel.» Profecía de Simeón: Versículo 33. Su padre y su madre estaban admirados de lo que se decía de él (de Jesús). 34. Simeón les bendijo y dijo a María, su madre: «Éste está puesto para caída y elevación de muchos en Israel, y como signo de contradicción. 35. ¡Y a ti misma una espada te atravesará el alma!, a fin de que queden al descubierto las intenciones de muchos corazones.» Vida oculta de Jesús en Nazaret. 39. Así que cumplieron todas las cosas según la Ley del Señor, volvieron a Galilea, a su ciudad de Nazaret. 40. El niño crecía y se fortalecía, llenándose de sabiduría; y la gracia de Dios estaba sobre él. (Catecismo de la Iglesia Católica Nº 438). Jesús en el Templo: Cuando Jesús cumplió 12 años, sus padres junto con Él subieron a la Fiesta de Pascua como es costumbre. Al regreso su hijo se quedó en Jerusalén sin que sus padres se dieran cuenta. Éstos, creyendo que iba en la caravana, siguieron su camino. Después de un día se percataron de la ausencia de su hijo y regresaron a Jerusalén en su búsqueda. A los tres días lo encontraron en el Templo en medio de los Doctores de la Ley y quienes lo oían se quedaban maravillados por la sabiduría de sus respuestas.

55


Jesús regresó con ellos a Nazaret, vivió bajo su autoridad, mientras crecía en saber, estatura y en gracia, delante de Dios y de los hombres. Jesús obedeció a sus padres. Él era bueno y hacía lo que sus padres le pedían. Es importante escuchar y obedecer a los padres. De hecho, la Biblia nos dice que hagamos esto. Dios es bueno con nosotros y quiere que seamos buenos con nuestros padres. ¿Cómo podemos ser buenos con nuestro papá o mamá hoy? Jesús, desde su naturaleza humana, vivió y actuó tan humanamente como nosotros, sintió nuestras mismas necesidades de hambre, de frío, de calor, de dolor, de alegría. En su niñez hizo las mismas actividades que cualquier otro niño. Pero siendo niño sobresalió en el estudio de las Sagradas Escrituras y ayudaba a su padre. (Ver anexo 5) Escuchemos a Dios: Lucas 2: 21‐ 52 ACTIVIDADES Actividad 1: Recordemos nuestra niñez. El facilitador traerá una foto de sí mismo cuando era un niño o cuando era bebé. Los niños gozarán verle a usted como un niño. Ahora, pídales que dibujen cómo ellos se imaginen que era Jesús cuando tenía 12 años. Actividad 2: Manualidad Haga con los niños y niñas una manualidad (separador, colgante de puerta, móvil, etc.) escribiendo acciones y actitudes para ayudarles a obedecer a sus padres esta semana. Anímelos a que pongan la nota en un lugar donde la verán y recordarán hacerlo. (Ver anexo 6). Finalidad: Aprender a vivir como Jesús vivió su niñez, obedeciendo y respetando a sus padres.

56


CANCIÓN JUNTOS, COMO HERMANOS. Juntos, como hermanos, miembros de una iglesia, vamos caminando al encuentro del señor.

Unidos al rezar, unidos en una canción, viviremos nuestra fe con la ayuda del Señor.

Un largo caminar por el desierto bajo el sol, no podemos avanzar sin la ayuda del Señor.

La Iglesia en marcha está, a un mundo nuevo vamos ya, donde reinará el amor, donde reinará la paz.

CANCIÓN: GLORIA A DIOS Gloria a Dios en el cielo, y en la tierra paz a los hombres que ama el Señor.

tú que quitas el pecado del mundo, ten piedad de nosotros; tú que quitas el pecado del mundo, atiende nuestra súplicas; tú que estás sentado a la derecha del Padre, ten piedad de nosotros; porque sólo tú eres Santo, sólo tú Señor, sólo tú Altísimo, Jesucristo, con el Espíritu Santo en la gloria de Dios Padre. Amén.

Por tu inmensa gloria te alabamos, te bendecimos, te adoramos, te glorificamos, te damos gracias, Señor Dios, Rey celestial, Dios Padre todopoderoso, Señor, Hijo único, Jesucristo. Señor Dios, Cordero de Dios, Hijo del Padre;

Compromiso: Los niños se comprometerán a respetar y obedecer a sus padres, a valorar las oportunidades que Dios les da en cuanto a la educación, la familia y el programa de la Sociedad de San Vicente de Paúl.

57


Capítulo 10

BAUTISMO DE JESÚS


OBJETIVOS *Comprender por qué recibimos el bautizo. *Describir lo que significa ser bautizado. *Ayudar a los niños a comprender lo que significa seguir a Jesucristo. ORACIÓN Gracias, Señor, porque con nuestro bautismo nos hacemos hijos de Dios, discípulos de Jesucristo y herederos del cielo, haz que con tu ejemplo al hacerte bautizar de Juan Bautista aprendamos a vivir nuestro bautismo como profetas, sacerdotes y reyes. Amén. TEMA Dice la Palabra que Jesús se hizo semejante a los hombres en todo menos en el pecado (Filipenses 2,7). Por esto, Juan, quien sabía quién era Jesús, rehusaba bautizarlo (Mateo 3,14). Jesús hizo fila con el pueblo para que Juan lo bautizara, haciendo un acto de humildad (Mateo: 3,16) Jesús, cumpliendo las leyes judías, fue consagrado como miembro del pueblo escogido. Cuando Jesús salió del agua, los cielos se abrieron y el Espíritu de Dios bajó en forma de una paloma. Luego una voz del cielo dijo, «Éste es mi Hijo amado; estoy muy complacido con él.» (Mateo: 3 ‐17) La paloma tiene un gran significado simbólico en el Antiguo Testamento: Génesis 1, 2; Génesis 2,7. Llegó a simbolizar al Espíritu Santo. La voz simboliza la presencia de Dios Padre. Dios envió a un hombre llamado Juan (el Bautista) a preparar a la gente para la venida de Jesús. Los bautizaba en el río Jordán con agua y les anunciaba que luego vendría Jesús que los bautizaría en Espíritu. Jesús no necesitaba ser bautizado por Juan porque no tenía que cambiar de vida. Pero se somete al bautismo de Juan porque, de hecho, iba a comenzar "una nueva vida": su ministerio público, la predicación del reino de Dios. Jesús siguió la costumbre que tenían muchos judíos de la época.

59


En resumen: Lo que nos quiere decir Mateo 3 es que: Jesús es el Hijo de Dios. El Espíritu Santo actúa en nosotros formando al hombre nuevo. El Padre es quien envía a su Hijo al mundo y confirma que es el Mesías y cumplirá su misión. La vida de Jesucristo es el modelo que Dios nos ha dado para que siguiendo su ejemplo, nosotros vivamos la vida que le agrada a Él. Estudiando la vida de Jesús, los niños aprenderán: las prioridades que Él tenía, sus actitudes y sus hechos. El bautismo de Jesús fue el evento que dio inicio a sus tres años de ministerio público. Con su bautismo, Jesucristo se identificó con la humanidad perdida, aunque Él no tenía pecado. En la actualidad el bautismo nos identifica con Jesús y demuestra que hemos reconocido la necesidad de que Él sea nuestro Señor y Salvador. Jesús invita a seguir su ejemplo en el bautismo como en su estilo de vida.

Escuchemos a Dios: Mateo 3, 13‐17 ACTIVIDAD: Video Finalidad: a través del video los niños y niñas conocerán el momento del bautismo de Jesús. Luego dibujarán y explicarán un bautismo que hayan presenciado. 60


CANCIÓN: UN SOLO SEÑOR ¡Un solo Señor, una sola fe, un solo Bautismo, un solo Dios y Padre! llamados a guardar la unidad del Espíritu por el vínculo de la paz, cantamos y proclamamos.

Llamados a formar un solo cuerpo en un mismo Espíritu, cantamos y proclamamos. Llamados a compartir una misma esperanza en Cristo: cantamos y proclamamos.

PARA APRENDER ORACIÓN DE ABANDONO Padre, en tus manos me pongo, haz de mi lo que quieras. Por todo lo que hagas de mi, te doy gracias. Estoy dispuesto a todo, lo acepto todo, con tal de que Tú voluntad se haga en mí y en todas tus criaturas. No deseo nada más, Dios mío. Pongo mi alma entre tus manos, te la doy, Dios mío, con todo el ardor de mi corazón porque te amo, y es para mi necesidad de amor el darme, el entregarme entre tus manos sin medida, con infinita confianza, porque Tú eres mi Padre. Amen Compromiso: Contar lo que sucedió en el bautismo de Jesús a mi familia y compañeros. Asistir a los próximos bautizos de la parroquia.

61


Capítulo 11

LAS BIENAVENTURANZAS


OBJETIVOS *Comprender el significado y la importancia de las Bienaventuranzas *Reconocer que las Bienaventuranzas son el nuevo plan de vida que nos dejó Jesús. *Vivir con los que nos rodean, la felicidad que Cristo nos enseñó. ORACIÓN: Señor Jesús, haz que este encuentro sea de gran felicidad y alegría, al compartir con nuestros compañeros los valores que nos dejó Jesús para vivir como verdaderos cristianos. María, Madre de Jesús, enséñanos a amar. Amén. TEMA: Las Bienaventuranzas son la norma suprema de conducta del cristiano seguidor de Jesús. No están redactadas como leyes o mandamientos a manera autoritaria. Son invitación e indicativo de una propuesta de transformación en el amor. Son la gran propuesta revolucionaria a la libertad del hombre, transformándole en el ideal de persona que Dios proyectó. Las Bienaventuranzas son:  Características de los hijos de Dios  Un diseño para la felicidad  El Reinado de Dios  Enunciados de valor y no mandatos como el Decálogo de Sinaí (Los diez mandamientos).  Carta Magna del pueblo de Dios  ACTITUDES que deberían ESTAR en tu vida Jesús ha comenzado su misión: predica su mensaje, la Buena Noticia, la llegada del Reino de Dios, y ha llamado a los primeros discípulos. El evangelista Mateo coloca ahora el primer discurso de Jesús. Lo llamamos “el Sermón de la montaña” porque desde una montaña lo proclama. El monte, en el lenguaje de la Biblia, es símbolo de la cercanía de Dios, donde Él se revela. Las Bienaventuranzas forman parte del Sermón de la Montaña, este sermón es una catequesis, un programa de vida. El sermón empieza con un grito: ¡FELICES! repetido 9 veces. Son un anuncio de felicidad, como una felicitación; “Feliz tú, María, que has creído”, le dice Isabel a María. “Felices los que escuchan la Palabra 63


de Dios y la cumplen”, dice Jesús a la gente; “Felices los que sin ver creen”, le dice Jesús a Tomás. Todos queremos ser felices, pero casi nunca lo logramos, porque buscamos la felicidad por caminos que no llevan a ella: el dinero, el placer, el egoísmo, las cosas materiales... Jesús nos presenta el verdadero camino para la felicidad. Las bienaventuranzas son un programa de vida, un resumen de sus enseñanzas y un retrato de lo que es Jesús mismo. Jesús fue un hombre feliz, ¿por qué? Porque vivió para Dios y para los demás y nos enseñó a vivir fraternalmente, con relaciones de amor y de cara a Dios, nuestro Padre. Las dificultades y sufrimientos, su pasión y su muerte, no le impidieron ser feliz, porque la felicidad radica en el fondo del corazón y no en las circunstancias. La felicidad que Jesús nos desea está ligada a nuestra relación amorosa con Dios, con nosotros mismos y con nuestros semejantes. Es una felicidad del interior. Nuestro proyecto de vida debe tener en cuenta los valores que Jesús nos dejó en las Bienaventuranzas, porque éste, es la dirección que toda persona marca para su propia existencia. Es decir, un proyecto vida, son todas las acciones que una persona planea en su vida con el objetivo de cumplir con sus deseos y metas y como un programa a seguir para lograr sus anhelos. 5 Escuchemos a Dios: Mateo 5,1‐12; Gálatas 2:6 ACTIVIDAD: Dividir el grupo en subgrupos y cada uno deberá crear un noticiero donde se presenten La Bienaventuranzas como proyecto de vida. Se debe proporcionar materiales para la escenografía y el vestuario. 5 http://orientacionvocacional.sep.gob.mx/index.php?option=com_content&view=article&id=60&Itemid=67

64


El facilitador debe elaborar un cartel con las Bienaventuranza para presentarle a los niños y niñas. Finalidad: Hacer sentir la necesidad de organizar la vida bajo la óptica de Jesús. Cuestionar su vida y plantear su proyecto de vida. CANCIÓN: “HIMNO DE LA ALEGRÍA” Escucha, hermano, la canción de la alegría, el canto alegre del que espera un nuevo día.

Si en tu camino solo existe la tristeza y el llanto amargo de la soledad completa.

Coro Ven, canta, sueña cantando, vive soñando el nuevo sol, en que los hombres, volverán a ser hermanos.

Coro Si es que no encuentras la alegría en esta tierra, búscala, hermano, más allá de las estrellas.

Escucha, hermano, la canción de la alegría, el canto alegre del que espera un nuevo día.

Coro Si es que no encuentras la alegría en esta tierra, búscala, hermano, más allá de las estrellas.

Coro Si en tu camino solo existe la tristeza y el llanto amargo de la soledad completa.

Coro

Coro

65


PARA APRENDER: Las Bienaventuranzas: 1. Felices los pobres de corazón, porque el reino de los cielos les pertenece. 2. Felices los afligidos, porque serán consolados 3. Felices los desposeídos, porque heredarán la tierra. 4. Felices los que tienen hambre y sed de justicia, porque serán saciados. 5. felices los misericordiosos, porque serán tratados con misericordia. 6. Felices los limpios de corazón, porque ellos verán a Dios. 7. Felices los que trabajan por la paz, porque se llamarán hijos de Dios. 8. Felices los perseguidos por causa del bien, porque el reino de los cielos les pertenece. 9. Felices ustedes cuando los injurien, los persigan y los calumnien, por mi causa. Alégrense y pónganse contentos porque el premio que les espera en el cielo es abundante. De este modo persiguieron a los profetas anteriores a ustedes.

Compromiso: Elaborar una tarjeta que contenga el compromiso de vivir lo que nos plantean las Bienaventuranzas.

66


CapĂ­tulo 12

LA FE


OBJETIVOS: *Saber que la fe es un Don (regalo) de Dios *Conocer nuestro Credo como manifestación de fe *Vivir la fe a través del servicio a los demás. ORACIÓN: Señor Jesús, Padre bueno y misericordioso, que nos has dado el gran regalo de la fe a través del bautismo, ayúdanos a fortalecerla, a cultivarla de tal modo que la podamos dar a conocer y servir a todos nuestros hermanos. Amén. TEMA: La fe es regalo de Dios y es una tarea: La fe es un regalo (Don) de Dios, que recibimos en el bautismo.“ES LA GARANTIA DE LO QUE SE ESPERA, LA PRUEBA DE LO QUE NO SE VE” (Hebreos 11,1). “La fe sin la caridad no da fruto, y la caridad sin fe sería un sentimiento constantemente a merced de la duda. La fe y el amor se necesitan mutuamente, de modo que una permite a la otra seguir su camino. En efecto, muchos cristianos dedican sus vidas con amor a quien está solo, marginado o excluido, como el primero a quien hay que atender y el más i m p o r t a n t e q u é s o c o r r e r, p o r q u e precisamente en él se refleja el rostro mismo de Cristo.” Benedicto XVI – Porta Fidei

Por la fe, la persona se entrega entera y libremente a Dios y a los hermanos. Pero, para dar esta respuesta de fe es necesaria la ayuda de Dios, la persona tiene que abrirse a la fe y ésta crece por la escucha atenta y frecuente de la Palabra de Dios. La fe es un don y una tarea. No es un botín adquirido de una vez para siempre: es un itinerario que hay que recorrer cada día, tenemos como tarea cultivar este don. El creyente verdadero no es el que creen en algo, sino el que cree en Alguien, al que venera como el fundamento de todo y de sí mismo. Lo reconoce como su

68


origen y su destino. La mejor experiencia de fe, fue la de Abraham, al entregar a su hijo en sacrificio (Génesis 22:7). En su carta La Puerta de la fe, Benedicto XVI describe la fe apelando a sus efectos sobre la integridad de la persona, cuya vida queda renovada y purificada por ella: “La fe que actúa por el amor se convierte en un nuevo criterio de pensamiento y de acción que cambia toda la vida del hombre” (Porta Fidei. PF. 10). La fe es una respuesta a una llamada de Dios. Es renovación de la persona que brota de la resurrección de Cristo y va unida al amor. “el corazón indica que el primer acto con el que se llega a la fe es don de Dios y acción de la gracia que actúa y transforma a la persona hasta en lo más íntimo”. “la fe implica un testimonio y un compromiso público. El cristiano no puede pensar nunca que creer es un hecho privado”. (Benedicto XVI. PF 10). Según la carta La Puerta de la Fe (PF), “cuando se cree, se acepta libremente todo el misterio de la fe, ya que quien garantiza su verdad es Dios mismo que se revela y da a conocer su misterio de amor”. (PF 10). La fe es el acontecer de Dios en nosotros y somos sus hijos cuando ayudamos a los otros, cuando sentimos el dolor del otro. La Fe es: *Confianza, credibilidad, firmeza, fidelidad, seguridad. *Es ante todo adhesión personal del hombre a Dios. *Es un acto humano C.I.C ‐ No hay Fe sin Caridad, no hay Caridad sin Fe La fe es un misterio que se cree: *La fe de Abraham (Génesis 22: 1 ss.) *El ciego sentado a la orilla del camino (Marcos 10:46 ss.) *El centurión romano (Lucas 7:1‐10) *Mujer que reclama migajas de pan (Mateo 15:27) La fe misterio que celebramos: Celebrar la fe es tener tiempo para el encuentro con el Señor de la vida y de la historia. Es momento de la ORACIÓN COMUNITARIA, porque es celebrar la salvación, la liberación y la presencia de Jesús resucitado en medio de su pueblo (Juan 1:35 ss.). 69


La fe misterio que se vive: Debemos vivir en comunidad. La fe debe ser manifestada en una profunda comunión con Dios y con nuestros hermanos. Para seguir a Jesús, es necesario "experimentar" su presencia y entrar en relación con su persona viva. Teniendo coherencia entre lo que creemos, lo que celebramos y como lo vivimos. Es nuestro ejemplo de vida, nuestro comportamiento y nuestra actitud frente a los demás, lo que se encargará de respaldar aquello que creemos y que celebramos. La Fe tiene tres aspectos: Cognitivo: yo sé en quien creo. Afectivo: sé a quién amo. Volitivo (de la voluntad): sé a quién sigo. LA FE ES UN ACTO EN TU AUTOESTIMA, AUTODOMINIO LA FE EN EL OTRO, LA MISERICORDIA Y LA BONDAD LA FE EN EL OTRO TRASCENDENTE, CREO EN DIOS, EN JESÚS Y EL ESPÍRITU SANTO

El Credo está dividido en tres partes, una de ellas dedicada al Padre, otra a Jesús y la última al Espíritu de amor de Dios. Cuando nos santiguamos decimos, en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, es decir, nos unimos a las tres personas de la Santísima Trinidad. El símbolo de la fe de nosotros los cristianos tiene dos momentos, uno personal y otro comunitario, por eso el Credo dice “Creo” y “creemos”. *Creo en Dios Padre Todopoderoso: Estamos diciendo que tenemos un verdadero “Papito” o “Papá” que nos ama. *Creador del cielo y de la tierra: Creemos en Dios justo que hizo el universo para que todos sus hijos lo disfrutaran *Creo en Jesucristo su único hijo nuestro Señor: Jesús el verdadero Dios, el verdadero hombre y el verdadero amigo de toda la humanidad. 70


*Que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo y nació de Santa María Virgen: Creo en María, como mujer, madre y amiga. *Padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado, muerto y sepultado, descendió a los infiernos: Jesús se enfrentó a quienes se oponían a que Dios viviera en medio de la humanidad, como a los políticos, religiosos y poderosos. Sufrió un juicio injusto. Creo en la cruz de Jesús como una luz para el amor y el Reino de Dios. *Al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos, está sentado a la derecha de Dios, Padre Todopoderoso. Desde allí ha de venir a juzgar a vivos y muertos: Jesús, resucitó como el regalo más grande del mundo, dado gracias a nuestro Padre Dios. Jesús nos juzgará a todos por nuestras obras, comportamientos y fe. “les aseguro que lo que no hicieron con uno de estos más pequeños no me lo hicieron a mí” Mateo 25: 45. *Creo en el Espíritu Santo: El Espíritu Santo es como el viento que no se ve pero se siente. Los primeros cristianos lo sintieron como un gran fuego que los impulsaba a anunciar la resurrección de Jesús. El Espíritu Santo nos da una vida alegre, para creer en la fuerza y el impulso dados por Él para que denunciemos las injusticias contra nuestros hermanos. Creo en el Espíritu del amor de Dios que nos invade para que formemos el Reino de Dios aquí en la tierra. *En la santa Iglesia Católica, la comunión de los santos: Creo en la Iglesia que comenzó una experiencia de fe vivida en comunidad para buscar el bienestar de los marginados y sencillos. Creo en la Iglesia que ora y denuncia las injusticias, anuncia el evangelio para ser semilla de felicidad. Creemos en la Iglesia que acepta a las personas sin discriminación de cultura social y política. Hoy, nosotros como Iglesia, necesitamos dejarnos renovar por Espíritu del Amor de Dios, para que tengamos un mismo corazón y construyamos una iglesia al estilo de Jesús (Efesios 4:5). “Con el corazón se cree y con los labios se profesa”(Romanos 10,10). *El perdón de los pecados: (Jesús no vino para salvar a los sanos, sino a los pecadores, Marcos 2:17). Creo en el perdón como la manifestación del amor de Dios, para ser posible el Reino de Dios en medio de nosotros. Creo que el rencor será vencido por el Perdón.

71


*La resurrección de los muertos y la vida eterna. Amén: la resurrección y la vida eterna son un don del Espíritu del amor de Dios dado en Jesús. Creo en la infinita ternura, en el regalo de la vida eterna de nuestro Padre Dios, creemos que si desde hoy no amamos no participaremos de esa vida eterna. “El Credo de los Apóstoles o Símbolo de los Apóstoles, es el corto, es llamado de los apóstoles porque es considerado con justicia como el resumen fiel de la fe de los apóstoles. Es el antiguo símbolo bautismal de la Iglesia Romana. Su gran autoridad proviene del hecho de que es el símbolo que guarda la Iglesia Romana, la que fue sede de Pedro, el primero de los apóstoles, y a la cual él llevó a la doctrina común. El Credo de Nicea‐Constantinopla, es más largo por ser más explícito y lo rezamos los domingos en la Misa. Debe su gran autoridad al hecho de que es fruto de los dos primeros Concilios ecuménicos, como su nombre lo indica respectivamente Concilio de Nicea año 325 y el Concilio de Constantinopla año 381. Sigue siendo hoy el símbolo común de todas las Iglesias de Oriente y Occidente.”6 Escuchemos a Dios: Hebreos 11:1 – 40,Mateo 17:20 ACTIVIDAD: EL CIEGO Y EL LAZARILLO Se forman parejas, dando la indicación de que uno de ellos hará de ciego y el otro de lazarillo. Una vez elegida la pareja, se indica que el lazarillo conducirá al ciego (con los ojos vendados o tapados) por una zona previamente determinada. El que hace de lazarillo conduce al ciego, y le va indicando los lugares por donde van a pasar, indica los obstáculos y anticipa lo que se acerca y le da confianza que lo conducirá para que no se golpee ni se caiga. Luego de unos minutos de caminata, se intercambian los papeles y se realiza nuevamente la caminata. Finalidad: Comprender que la confianza en mi compañero puedo compararla con la confianza o fe en Dios, que aún sin verlo nos guía, nos cuida y nos protege.

6

http://www.corazones.org/apologetica/credos_por_que2.htm

72


El Credo Símbolo de los Apóstoles

Credo de Niceconstantinopolitano

Creo en Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra.

Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra, de todo lo visible y lo invisible. Creo en un solo Señor, Jesucristo, Hijo único de Dios, nacido del Padre antes de todos los siglos: Dios de Dios, Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero, engendrado, no creado, de la misma naturaleza del Padre, por quien todo fue hecho; que por nosotros, los hombres y por nuestra salvación bajó del cielo.

Creo en Jesucristo, su único Hijo, Nuestro Señor,

que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de Santa María Virgen, padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado, muerto y sepultado, descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios, Padre todopoderoso. Desde allí ha de venir a juzgar a vivos y muertos.

y por obra del Espíritu Santo se encarnó de María, la Virgen, y se hizo hombre; y por nuestra causa fue crucificado en tiempos de Poncio Pilato; padeció y fue sepultado, y resucitó al tercer día, según las Escriturasy subió al cielo, y está sentado a la derecha del Padre; y de nuevo vendrá con gloria para juzgar a vivos y muertos, y su reino no tendrá fin. Creo en el Espíritu Santo, Señor y dador de vida, que procede del Padre y del Hijo, que con el Padre y el Hijo recibe una misma adoración y gloria, y que habló por los profetas. Creo en la Iglesia, que es una, santa, católica y apostólica.

Creo en el Espíritu Santo,

la santa Iglesia católica, la comunión de los santos,

Confieso que hay un solo Bautismo para el perdón de los pecados. Espero la resurrección de los muertos y la vida del mundo futuro. Amén.

el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida eterna.

73


PARA REFLEXIONAR: HISTORIA DE FE: EL ALPINISTA Cuentan que un alpinista, desesperado por conquistar el Aconcagua, inició su travesía, después de años de preparación, pero quería la gloria para él sólo, por lo tanto subió sin compañeros. Empezó a subir y se le fue haciendo tarde, y más tarde, y no se preparó para acampar, sino que decidió seguir subiendo decidido a llegar a la cima; le obscureció. La noche cayó con gran pesadez en la altura de la montaña, ya no se podía ver absolutamente nada. Todo era negro, cero visibilidad, no había luna y las estrellas eran cubiertas por las nubes. Subiendo por un acantilado, a sólo 100 metros de la cima, se resbaló y se desplomó por los aires… caía a una velocidad vertiginosa, solo podía ver veloces manchas más oscuras que pasaban en la misma oscuridad y la terrible sensación de ser succionado por la gravedad. Seguía cayendo…en esos angustiantes momentos, le pasaron por su mente todos sus gratos y no tan gratos momentos de su vida. Él pensaba que se iba a morir, sin embargo, de repente sintió un tirón muy fuerte que casi lo parte en dos… Sí, como todo alpinista experimentado, había clavado estacas de seguridad con candados a una larguísima soga que lo amarraba de la cintura. En esos momentos de quietud, suspendido por los aires, no le quedó más que gritar: ‐ "AYÚDAME, DIOS MÍO", "AYÚDAME, DIOS MÍO”. De repente una voz grave y profunda de los cielos le contestó: ‐ ¿Qué quieres que haga? ‐ "Sálvame, Dios Mío". ‐ ¿Realmente crees que te pueda salvar? ‐ "Por supuesto, Dios Mío". ‐ ¡ENTONCES CORTA LA CUERDA QUE TE SOSTIENE!… Hubo un momento de quietud y silencio. El hombre se aferró más a la cuerda y reflexionó. Cuenta el equipo de rescate que al otro día encontró colgado al alpinista congelado, muerto, agarrado con fuerza con las manos a la cuerda…A UN METRO DEL SUELO.

74


PARA APRENDER: MENSAJE DE JESÚS PARA TI Jesús, yo confío en Ti ¿Por qué te confundes y te agitas ante los problemas de la vida? Cuando hayas hecho todo lo que esté en tus manos para tratar de solucionarlos, déjame el resto a Mí. Si te abandonas en Mí, todo se resolverá con tranquilidad según mis designios. No te desesperes, no me dirijas una oración agitada como si quisieras exigirme el cumplimiento de tu deseo. Cierra los ojos del alma y dime con calma: Jesús, yo confío en Ti. Evita las preocupaciones y angustias, y los pensamientos sobre lo que pueda suceder después. No estropees mis planes queriéndome imponer tus ideas. Déjame ser Dios y actuar con libertad. Abandónate confiadamente en Mí. Reposa en Mí y deja en mis manos tu futuro. Dime frecuentemente: Jesús, yo confío en Ti. Y no seas como el paciente que le pide al médico que lo cure pero le sugiere el modo de hacerlo. Déjate llevar en mis manos. No tengas miedo… Yo te amo. Si crees que las cosas empeoraron, o se complican a pesar de tu oración, sigue confiando, cierra los ojos del alma y confía. Continúa diciéndome a todas horas: Jesús, yo confío en Ti. Necesito las manos libres para obrar. No me ates con tus preocupaciones inútiles. Confía solo en Mí, abandónate en Mí. Así que no te preocupes, echa en Mí todas las angustias y duerme tranquilamente. Dime siempre: Jesús, yo confío en Ti... Y verás grandes milagros, te lo prometo por mi amor. (Autor desconocido) 75


ORACIÓN DE FE CREO, AUNQUE TODO TE OCULTE A MI FE. Creo, aunque todos me griten que no, porque he basado mi fe en mi Dios inmutable, en mi Dios que no cambia, en mi Dios que es amor. Creo, aunque todo parezca morir. Creo, aunque yo no quisiera vivir, porque he fundado mi vida en palabras sinceras, en palabras de amigo, en palabras de Dios. Creo, aunque todo subleve mi ser. Creo, aunque sienta muy solo el dolor, porque un cristiano que tiene al Señor por amigo, no vacila en la duda, se mantiene en la fe. Creo, aunque veo a los hombres matar. Creo, aunque veo a los niños llorar, porque aprendí con certeza que Él sale al encuentro en las horas más duras, con su amor y su luz. Creo... pero aumenta mi fe. Amén CANCIONES: SI TUVIERA FE COMO UN GRANITO DE MOSTAZA Si tuvieras Fe como un grano de mostaza, Eso lo dice el Señor, (Bis) Tu le dirías a esa montaña, Muévete, muévete, (Bis).

Si tuvieras Fe como un grano de mostaza, Eso lo dice el Señor, (Bis) Tu le dirías a esa montaña, Muévete, muévete, (Bis).

Esa montaña se moverá, Esa montaña se moverá, Esa montaña se moverá, Con su santo espíritu.

Esa montaña se moverá, Esa montaña se moverá, Esa montaña se moverá, Con su santo espíritu.

76


YO TENGO FE, QUE TODO CAMBIARÁ Yo tengo fe, que todo cambiará, que triunfara por siempre el amor; yo tengo fe, que siempre brillará, la luz de la esperanza no se apagara jamás Yo tengo fe, yo creo en el amor, yo tengo fe, también mucha ilusión, porque yo sé, será una realidad, el mundo de justicia que ya empieza a despertar. Yo tengo fe, porque yo creo en Dios, yo tengo fe, será todo mejor, se callarán el odio y el dolor la gente nuevamente hablará de su ilusión. Yo tengo fe, los hombres cantarán, una canción de amor universal, yo tengo fe, será una realidad el mundo de justicia que ya empieza a despertar.

Compromiso: En momentos difíciles que se presenten en tu familia o a tus amigos, anímales a tener confianza en Dios y a pedir la misericordia de nuestro Padre Celestial.

77


Capítulo 13

MILAGROS DE JESÚS


OBJETIVOS: * Afianzar nuestra fe a través del conocimiento de los milagros de Jesús. * Dar a conocer en nuestro colegio y en nuestra familia los milagros de Jesús. * Cumplir la voluntad de Jesús en nuestra vida vicentina dando testimonio de los milagros que Él hace en nuestra vida. ORACIÓN: Padre de amor y de misericordia: que a la luz de tus milagros aprendamos a ser buenos cristianos, teniendo en cuenta las necesidades de todas y cada una de las personas que nos rodean, aumenta nuestra fe para una mejor vida. Amén. TEMA: Los milagros de Jesús tienen como función hacer un bien extraordinario, probar un poder, son parte integrante de la misión de Jesús. Los milagros son señales de la grandeza de Dios. La vida de Jesucristo la resume el Apóstol San Pedro diciendo: «Pasó haciendo el bien» (Hechos. 10, 38). Este bien no se limitó a la predicación de una doctrina sublime y llena de luz, ni a la salvación de las almas, sino que hizo abundantes milagros curando enfermos, resucitando muertos, multiplicando panes y peces, procurando pesca abundante, convirtiendo el agua en vino, etc. Aunque Cristo no vino a quitar el dolor y la muerte del mundo; sin embargo, estas curaciones prodigiosas y los milagros sobrenaturales los realizó como muestra de su inmenso amor a los hombres y con un significado más alto que debemos estudiar. En efecto, los milagros de Jesús son, ante todo, signos, señales, tanto de quién es Él, como de cuál es la misión que ha recibido de Dios. ¿QUÉ ES UN MILAGRO? El milagro es «un hecho producido por una intervención especial de Dios, que escapa al orden de las causas naturales por Él establecidas y destinado a un fin espiritual» Es lógico que el Creador pueda actuar por encima de las leyes naturales creadas por Él mismo. 79


El milagro pasa así a ser signo del poder que Dios quiere manifestar a los hombres. Los motivos por los que Dios otorga su poder de hacer milagros al hombre son dos: 1º Para confirmar la verdad de lo que uno enseña, pues las cosas que exceden a la capacidad humana no pueden ser probadas con razones humanas y necesitan serios argumentos del poder divino. 2º Para mostrar la especial elección que Dios hace de un hombre. Así, viendo que ese hombre hace obras de Dios, se creerá que Dios está con él. Los milagros no son hechos solamente portentosos de un ser superior; son manifestaciones de una realidad salvadora sobrenatural. Son las señales de que ha llegado el Reino de los Cielos y de que Dios está con el que los hace. Son también señales de la transformación interior que se va a obrar en los espíritus, de la conversión y del cambio de mente. A la vez, son señales del amor misericordioso de Dios por los hombres. Los milagros son hechos históricos. Son una parte importante de la Buena Nueva anunciada por los evangelistas. Es claro que el Creador puede actuar por encima de las leyes naturales que Él ha h e c h o, c u a n d o t i e n e u n m o t i v o importante. Este es el caso de los milagros evangélicos, que pretenden mostrar la divinidad de Cristo, y mover a la fe y a la confianza. Otro dato de gran valor es que ninguno de los enemigos de Jesús dijo que no hacía milagros, sino, al contrario, es uno de los motivos por los que le persiguen: «los mismos sacerdotes y los fariseos decían: ¿Qué hacemos? Porque este hombre realiza muchas señales (milagros) Si le dejamos que siga así, todos creerán en él» (Juan. 11, 47‐48) La siguiente lista de milagros te servirán de referencia para tratar el tema; elige las que más se adapten al encuentro:

80


7

MILAGROS DE JESÚS:

Jesús convierte el agua en vino (San Juan 2,1‐11) Multiplicación de los panes y peces (San Mateo 14,13‐21; San Marcos 6,30‐44; San Lucas 9,10‐17; San Juan 6,1‐15; . San Mateo, 15,32‐39; San Marcos 8,1‐10) Jesús calma la tempestad (San Mateo 8,23‐27; San Marcos 4,35‐41; San Lucas 8,22‐25 ) La pesca milagrosa (San Lucas 5,1‐11) Jesús camina sobre el agua (San Mateo, 14,22‐33; San Marcos 6,45‐52; San Juan 6,16‐21) Jesús sana a un leproso (San Mateo 8,1‐4; San Marcos 1,40‐45; San Lucas 5,12‐16; San Lucas 17,11‐19) Jesús saca demonios (San Mateo 8,28‐34; San Marcos 5,1‐20; San Lucas 8,26‐39; San Mateo 12,22‐37; San Marcos 3,20‐30; San Lucas 11,14‐23; San Mateo 17,14‐21; San Marcos 9,14‐29; San Lucas 9,37‐43; San Marcos 1,21‐28; San Lucas 4,31‐37) Jesús da vista a un ciego (San Mateo 9,27‐31; San Mateo 20,29‐34; San Marcos 10,46‐52; San Lucas 18,35‐43) Jesús sana a un sordomudo (San Marcos 7,31‐37) Jesús sana los paralíticos y los lisiados (San Mateo 12,9‐14; San Marcos 3,1‐6; San Lucas 6,6‐11; San Juan 5,1‐8; San Lucas 14,1‐6; San Mateo 9,1‐8; San Marcos 2,1‐12; San Lucas 5,17‐26) Jesús sana muchas mujeres (San Mateo 9,18‐26; San Marcos 5,21‐43; San Lucas 8,1‐3; San Lucas 8,40‐56; San Lucas 13,10‐17; San Mateo 15,21‐28; San Marcos 7,24‐30) Jesús sana el siervo de un capitán romano (San Mateo 8,3‐13; San Lucas 7,1‐10 Jesús sana la suegra de Pedro (San Mateo 8,14‐15; San Marcos 1,29‐31; San Lucas 4,38,39) Jesús sana al hijo de un oficial (San Juan 4,46‐54) Jesús revive la hija de un oficial (San Mateo 9,18,19,23‐26; San Marcos 5,21‐24,35‐42; San Lucas 8,40‐42,49‐56) Jesús levanta los muertos (San Lucas 7,11‐17; San Juan 11,1‐44) 7 http://encuentra.com/ciencia_y_fe/que_son_los_milagros_13954/

81


Escuchemos a Dios: Juan 2:11, 2:23 ACTIVIDAD Encontrando los milagros Se esconderán láminas con la representación de diferentes milagros, cada uno con la cita bíblica correspondiente, la cual buscará y leerá en las Sagradas Escrituras. Los niños deberán buscarlas y al encontrarlas, cada uno la contará a sus compañeros. Así lo deberán hacer todos los niños. Cuenta a los compañeros una experiencia propia (familia, colegio, barrio) donde hayas sentido la misericordia de Dios, manifestada en un milagro. Finalidad: Que los niños y niñas conozcan los milagros de Jesús y confiar que Él lo sigue haciendo y escucha nuestra oración. CANCIÓN PESCADOR Pescador que, al pasar por la orilla del lago, me viste secando mis redes al sol, tu mirar se cruzó con mis ojos cansados y entraste en mi vida buscando mi amor. Pescador, en mis manos has puesto otras redes que puedan ganarte la pesca mejor, y al llevarme contigo en la barca, me nombraste, Señor, pescador. Pescador, entre tantos que había en la playa tus ojos me vieron, tu boca me habló, y a pesar de sentirse mi cuerpo cansado, mis pies en la arena siguieron tu voz. Pescador, manejando mis artes de pesca en otras riberas mi vida quedó, al querer que por todos los mares del mundo trabajen mis fuerzas, por Ti, mi Señor.

82


CUAN GRANDE ES ÉL Señor, mi Dios, al contemplar los cielos, el firmamento y las estrellas mil, al oir tu voz en los potentes truenos y ver brillar el sol en su cenit. //Mi corazón entona la canción cuán grande es Él, cuán grande es Él.//

//Mi corazón entona la canción cuán grande es Él, cuán grande es Él.// Cuando el Señor me llame a su presencia, al dulce hogar, al cielo de esplendor, le adoraré cantando la grandeza de su poder y su infinito amor.

Al recorrer los montes y los valles y ver las bellas flores al pasar, al escuchar el canto de las aves y el murmurar del claro manantial;

//Mi corazón entona la canción Cuán grande es Él, cuán grande es Él.//

Cuando recuerdo del amor divino, que desde el cielo al Salvador envió, aquel Jesús que por salvarme vino, en una cruz sufrió y por mi murió.

PARA APRENDER: MISERICORDIA INFINITA Oh, Misericordia infinita que me habéis tolerado hasta aquí, no me abandonéis. Por mi salud eterna estáis en esa Cruz. Todas vuestras sacratísimas llagas están brotando misericordia. Boca adorable de mi Salvador, no me condenéis; divinas manos de quien tengo todo lo que soy, no me destruyáis. Permitid, Señor, que yo adore esos pies tan celosos en buscarme y en solicitarme; corazón siempre dispuesto a recibir al pecador, recibid mis humildes suspiros, escondedme en ese asilo inviolable en el día de vuestra cólera; haced que vuestra Sangre Misericordiosa caiga sobre mí, para que lave mis pecados. Amén. Compromiso: Que los niños y niñas acudan en medio de sus dificultades al amparo protector y misericordioso de Jesús.

83


Capítulo 14

PARÁBOLAS DE JESÚS


OBJETIVOS: *Entender el objetivo de las parábolas *Comprender y vivir la sencillez como Jesús *Ser sencillo y servicial con todas las personas que me rodean. ORACIÓN: Señor Jesús, enséñanos a vivir en tu presencia, con sencillez, alegría y humildad. Haz que al tratar a nuestros hermanos lo hagamos de tal manera como si fueras Tú. Gracias, Jesús, por tu amor y tus enseñanzas. Amén. TEMA: Las parábolas de Jesús son relatos sencillos tomados de la vida ordinaria y que Jesús (experto en pedagogía) empleaba para que los que tenían el corazón abierto entendieran su mensaje. Jesús actúa como un buen maestro cuando quiere enseñar algo a los niños; les cuenta una historia. Pero al mismo tiempo, la parábola encierra un misterio que está oculto a los que no quieren entender. El misterio del Reino de Dios es demasiado grande para explicarlo. Por eso, Jesús necesita de imágenes y comparaciones. A los que le abren el corazón se lo explica con claridad; no así a los que se cierran a su palabra. Su finalidad principal es hacer reflexionar al que escucha sobre su modo de vida y de actuar. Jesús tomaba los temas de las parábolas de la vida cotidiana: La vida laboral (siembre y siega, pastoreo y pesca) La vida social (bodas y banquetes) Las tareas diarias de la casa (amasar el pan, barrer) Las parábolas de Jesús se pueden clasificar así: *Las que hablan del reino de Dios: son las que hablan del Reino como una semilla, como un tesoro. *Las que presentan actitudes de Dios: hablan de la bondad, la misericordia y el perdón de Dios. parábola del Hijo Prodigo y la Oveja Perdida. *Las que comparan dos comportamientos: el comportamiento positivo y negativo del hombre para que éste escoja el positivo. Parábolas del deudor despiadado; del fariseo y publicano.

85

JESÚS

Hizo el bien Predicó el amor al prójimo

Enseñó y predicó la Palabra de Dios

Hizo la voluntad de su Padre Con hechos y milagras

Con parábolas

Sirviendo a los Perdonando a demás los pecadores

Por amor A los más pobres y necesitados


Las siguientes parábolas te servirán de referencia para tratar el tema, elige las que más se adapten al encuentro (el facilitador puede hacer un cartel con las parábolas):

Nombre de la parábola

Cita Bíblica

Parábola de la casa sobre la roca

Mateo 7:24‐27 Lucas 6:47‐49

Parábola de la levadura

Mateo 13:33, Lucas 13:20‐21

Parábola de la lámpara

Mateo 5:13‐16 Marcos 4:21‐23 Lucas 8:16‐18 Lucas 11:33‐36

Parábola de la oveja perdida

Mateo 18:10‐14 Lucas 15:1‐7

Parábola de la paja y la viga

Mateo 7:1‐5 Lucas 6:37‐42 Juan 8:1‐11

Parábola de la perla de gran valor

Mateo 13:45‐46

Parábola de la red

Mateo 13:47‐50

Parábola de la semilla de mostaza

Mateo 13:31‐32 Marcos 4:30‐32 Lucas 13:18‐19

Parábola de las aves

Mateo 6:25‐26 Lucas 12:22‐31

Parábola de las diez vígenes

Mateo 25:1‐13 Lucas 12:35

Parábola de las ovejas y las cabras

Mateo 25:31‐46

Parábola de las verdades de Jesús

Mateo 12:48‐50 Marcos 3:33‐35 Lucas 8:20‐21

Parábola de los dos hijos

Mateo 21:28‐32

Parábola de los labradores malvados

Mateo 21:33‐44 Marcos 12:1‐12 Lucas 20:9‐18

Parábola de los lirios

Mateo 6:28‐34 Lucas 12:27‐31

Parábola de los trabajadores de la viña

Mateo 20:1‐16

Parábola del banquete de bodas

Mateo 22:1‐14 Lucas 14:15‐24

Parábola del funcionario que no quiso perdonar

Mateo 18:23‐35

86


Parábola del hombre fuerte con las manos atadas

Mateo 12:29‐32 Marcos 3:27‐29 Lucas 11:21‐23

Parábola del padre de familia

Mateo 13:52

Parábola del pequeño niño

Mateo 18:1‐9 Marcos 4:1‐9 Lucas 9:46‐48

Parábola del sembrador

Mateo 13:1‐9 Marcos 4:1‐9 Lucas 8:4‐8

Parábola del siervo vigilante

Mateo 24:42‐44 Marcos 13:34‐37 Lucas 12:42‐48

Parábola del tesoro escondido

Mateo 13:44

Parábola del trigo y la cizaña

Mateo 13:24‐30

Parábola del vino vivo y los odres viejos

Mateo 9:16‐17 Marcos 2:21‐22 Lucas 5:36‐39

Parábola del árbol de higo

Mateo 24:3235 Marcos 13:28‐32 Lucas 21:29‐33

Parábola del árbol y sus frutos

Mateo 7:15‐20 Lucas 6:43‐45 2 Pedro 2:1‐3

Parábola del buen samaritano

Lucas 10:25‐37 Mateo 22:34‐40 Marcos 12:28‐34

Parábola de los talentos

Mateo 25:14‐30 Lucas 19:11‐21

Escuchemos a Dios: Mateo 11: 29 ‐30

87


ACTIVIDAD: Se presentará un video que contenga algunas Parábolas y luego los niños dibujarán la que más les llama la atención y explicarán por qué. Finalidad: conocer las manifestaciones y enseñanzas de Jesús. CANCIÓN: “CÓMO NO CREER EN DIOS” Yo te llevo desde niño muy adentro, te encontraba en el pájaro y la flor, en la lluvia en la tierra y el silencio, y en mis sueños en cada noche estabas tú. Desde entonces quiero darte siempre gracias, porque puedo darme cuenta de tu amor; beberé de tu cuerpo y de tu sangre, y por siempre te daré mi corazón. Cómo no creer en Dios, si me ha dado los hijos y la vida; cómo no creer en Dios, si me ha dado la mujer querida. Cómo no creer en Dios, si lo siento en mi pecho a cada instante, en la risa de un niño por la calle, y en la tierna caricia de una madre Cómo no. Cómo no creer en Dios, Si está en las viñas y en el manso trigo; Cómo no creer en Dios, Si me dio la mano abierta de un amigo. Cómo no creer en Dios, si me ha dado la tristeza y la alegría de saber que hay un mañana cada día, por la fe, por la esperanza y el amor Cómo no...

88


NO HAY DIOS TAN GRANDE COMO TÚ” No hay Dios tan grande como tú, no lo hay, no lo hay (2); Compromiso: Cumpliré con mis tareas y obedeceré a mis padres. No me acostaré sin antes darle gracias a Dios por todo lo recibido.

no hay Dios que haga maravillas, como las que haces tú (2). No es con espadas ni con ejércitos, más con su Santo Espíritu (2), y esos montes se moverán (3) con su Santo Espíritu

PARA APRENDER: NO ME MUEVE MI DIOS PARA QUERERTE No me mueve, mi Dios, para quererte el cielo que me tienes prometido, ni me mueve el infierno tan temido para dejar por eso de ofenderte. Tú me mueves, Señor, muéveme el verte clavado en una cruz y escarnecido, muéveme ver tu cuerpo tan herido, muéveme tus afrentas y tu muerte. Muéveme, en fin, tu amor, y en tal manera, que aunque no hubiera cielo, yo te amara, y aunque no hubiera infierno, te temiera. No me tienes que dar porque te quiera, pues aunque lo que espero no esperara, lo mismo que te quiero te quisiera.

89


Capítulo 15

HISTORIA DE LA SALVACIÓN


OBJETIVOS: *Conocer las etapas de la historia de la salvación *Reconocer la presencia de Dios en nuestra historia de vida *Vivir cada momento de mi vida al servicio de los demás ORACIÓN: Señor Jesús gracias por tu infinita bondad al querer salvar al mundo entero sin distinción de raza, pueblo o nación. Líbranos de la esclavitud, el egoísmo, la injusticia y así poder participar del Reino de Dios. Amén. TEMA: Dios dispuso, por puro amor, revelarse y entregarse al hombre, comunicando con palabras y con obras su propio misterio. *Nos brindó el camino de la salvación sobrenatural al revelarse, desde el principio, a nuestros primeros padres, creados a su imagen y semejanza (Génesis 1: 26). *Dios, después de la caída del hombre, los alentó en la esperanza de salvación con la promesa de la redención (Génesis 3:15). *Luego del diluvio, Dios estableció con Noé, el justo, una alianza perpetua que durará tanto como Él en el mundo (Génesis 9:16). *Pasaron los tiempos y Dios elige a Abraham para congregar de nuevo a los hombres en la unidad (Génesis 12:1) y hace de él padre de muchos pueblos (Génesis 17:5). *Después de la edad de los patriarcas, Dios instruyó al pueblo, por medio de Moisés y los profetas, para que lo adoraran a Él como Dios único y verdadero y esperaran al Salvador prometido. Finalmente se manifestó en su hijo hecho hombre, palabra definitiva y última de la revelación de Dios. *El plan de Dios en el Antiguo Testamento, estaba ordenado a preparar, a anunciar proféticamente y a significar con diversas figuras, la venida de Cristo y del reino mesiánico.

91


Etapa de la historia de la Salvación: 8

Etapa 0: Desde las promesas de salvación (Génesis 3:14 – 20) Desde la creación hasta la elección de Abraham. Etapa 1: Los Patriarcas. La preparación del Pueblo de la Antigua Alianza. Que peregrinó desde Mesopotamia, desde Ur de Caldea, hasta Egipto y Canaán. Es la etapa de la preparación del pueblo de la Antigua Alianza. (Romanos 9:4 – 5) Etapa 2: Formación del Pueblo de Israel. Esclavitud en Egipto. Éxodo, travesía por el desierto y alianza del Sinaí. Nace el Pueblo de Dios como pertenencia exclusiva del Señor (Éxodo 20:1 ‐ 3) Etapa 3: Josué y los Jueces. Bajo la dirección de éstos, Israel, logra apoderarse de la Tierra de Canaán, la tierra que el Señor había prometido a los patriarcas, pero permanece dividida a causa de la lucha al interior de las doce tribus de Israel. Etapa 4: Los Profetas. en el pueblo de Israel surgieron muchos profetas, unos auténticos y otros falsos. Entre los verdaderos profetas, había algunos que sólo anunciaban las revelaciones divinas, sin escribirlas, como Elías y Eliseo. Otros escribían lo que anunciaban y denunciaban. Entre estos sobresalen los profetas mayores: Isaías, Jeremías, Ezequiel, Daniel y los doce profetas menores. Aunque no forman una etapa bien definida, tienen gran importancia los Sacerdotes como una institución querida por Yahvéh. Dios eligió, por medio de Moisés, a su hermano Aarón y a los hijos de éste como representantes oficiales en lo referente 8

Escuela Parroquial de Carequistas. ESPAC. Módulo Sagrada Escritura. Santa Fé de Bogotá. 1999. Pág 33

92


al culto a Yahvéh. Los Sacerdotes pertenecían a la tribu de Leví, de la que surgen los levitas y sumos sacerdotes, a imagen y ejemplo de Cristo, Sumo y Eterno Sacerdote (Hebreos 5:1). Etapa 5: los Reyes. El rey en Israel es signo visible de la presencia de Yahvéh en medio del Pueblo, a imagen y ejemplo del Mesías, que habrá de venir como rey universal. La unidad del pueblo se consolida, mediante los reinados de Saúl, David y Salomón. Etapa 6: El Exilio. En el año 722 a.c., el reino de Samaria es invadido por el rey de Nínive; los habitantes de Samaria son deportados a Nínive y aniquilado el reino de Samaria. Dos siglos más tarde, en el año 587, Jerusalén, también es invadido por el imperio de Babilonia. La ciudad santa, Jerusalén, es arrestada y la mayor parte de su población masacrada; los supervivientes son llevados al destierro, sin templos, sin sacrificios, sin las Sagradas Escrituras. Pero después Dios salva a su pueblo por medio de Ciro, el rey de Persia, y por él retorna el pueblo a Jerusalén. La historia del Antiguo Testamento se orienta desde Abraham hacia el Mesías prometido. La historia de Israel es preparación y figura de Jesucristo y del nuevo pueblo de Dios. Con Cristo se parte en dos la historia de la humanidad. Por esta razón, Cristo es el centro, el Señor y la razón de la historia. No olvidemos la influencia de importantes mujeres: Eva, Sara, Rebeca, Rut, Isabel y María: mujeres creyentes, cuya memoria está en la historia de la salvación. Entre ellas sobresale, la gloriosa Virgen María, madre de nuestro Dios y salvador Jesucristo. María cooperó enteramente en la obra del Salvador, con la obediencia, la fe, la esperanza y su ardiente caridad, con el fin de restaurar en nosotros la vida sobrenatural. Por eso es nuestra madre en el orden de la gracia, “toda la historia de Israel, marcada por la promesa de salvación culmina en María” (Lumen Gentium. 63, 64, 65) Etapa 7: Nuevo Testamento. A partir de su venida, Jesús comunica el Espíritu Santo a los Apóstoles y constituye la Iglesia, nuevo y definitivo pueblo de Dios. Período privilegiado al comienzo de la vida de la Iglesia, es el de las primeras comunidades cristianas, animada por los apóstoles y sus discípulos. (Hechos 11:19 – 27). A partir de entonces, y hasta la venida del Reino Glorioso de nuestro Señor Jesucristo, la Iglesia continuará construyéndose mediante la acción de los que, por el bautismo, la confirmación y el orden, se han hecho sacerdotes, profetas y reyes con Cristo (Lumen Gentium 9:30) (Apocalipsis 5:10) 93


Escuchemos a Dios: Hechos 7 (discurso de Esteban) ACTIVIDAD: OBSTÁCULOS A VENCER Los niños pueden trazar en hojas de colores sus pies o zapatos y recortarlos. Los niños pondrán sus dibujos recortados en un área designada. Esta área será el camino de la salvación, que el facilitador llevará dibujado en un papel craft de gran tamaño. Luego un niño caminará con sus ojos vendados y los demás diciéndole dónde y cómo debe pisar (izquierda, derecha, más grande el paso, un poco atrás, etc.) Permítales a los niños ver cuán lejos cada uno puede llegar mientras los otros le dan instrucciones. Recuérdele a los niños: no pueden salirse de las huellas.

Finalidad:Saber elegir el camino que nos lleva al Reino de Dios. 94


CANCIÓN: HOY, SEÑOR ,TE DAMOS GRACIAS

ANTES QUE TE FORMARAS Antes que te formaras dentro del vientre de tu madre, antes que tú nacieras te conocía y te consagré. Para ser mi profeta en las naciones yo te elegí, irás donde te envíe, y lo que te mande proclamarás.

Hoy, Señor, te damos gracias, por la vida, la tierra y el sol. Hoy, señor, queremos cantar las grandezas de tu amor. Gracias, Padre, mi vida es tu vida, tus manos amasan mi barro, mi alma es tu aliento divino, tu sonrisa en mis ojos está.

Tengo que gritar, tengo que andar, ¡ay de mí si no lo hago! Cómo escapar de Ti, cómo no hablar si tu voz me quema dentro.

CORO

Tengo que arriesgar, tengo que luchar, ¡ay de mí si no lo hago! Cómo escapar de Ti, cómo no hablar si tu voz me quema dentro. No temas arriesgarte porque contigo yo estaré, no temas anunciarme porque en tu boca yo hablaré. Te encargo hoy mi pueblo para arrancar y derribar; para edificar, destruirás y plantarás.

Gracias, Padre, Tú guías mis pasos, Tú eres la luz y el camino, conduces a Ti mi destino, como llevas los ríos al mar. CORO Gracias, Padre, me hiciste a tu imagen, y quieres que siga tu ejemplo brindando mi amor al hermano, construyendo un mundo de paz.

Deja a tus hermanos, deja a tu padre y a tu madre, abandona tu casa porque la tierra gritando está; nada traigas contigo porque a tu lado yo estaré, es hora de luchar porque mi pueblo gritando está. 95


PARA APRENDER: CÁNTICO DE ZACARÍAS (LUCAS 1: 68 – 79) Bendito sea el Señor, Dios de Israel, porque ha visitado y redimido a su pueblo, suscitándonos una fuerza de salvación en la casa de David, su siervo, según lo había predicho desde antiguo por boca de sus santos profetas. Es la salvación que nos libra de nuestros enemigos y de la mano de todos los que nos odian; ha realizado así la misericordia que tuvo con nuestros padres, recordando su santa alianza y el juramento que juró a nuestro padre Abraham. Para concedernos que libres de temor, arrancados de la mano de nuestros enemigos, le sirvamos con santidad y justicia, en su presencia, todos nuestros días.

Compromiso: Haz un dibujo y cuéntale a tu familia la historia de la salvación.

Y a ti, niño, te llamarán Profeta del Altísimo, porque irás delante del Señor a preparar sus caminos, anunciando a su pueblo la salvación, el perdón de sus pecados. Por la entrañable misericordia de nuestro Dios, nos visitará el sol que nace de lo alto, para iluminar a los que viven en tinieblas, y en sombra de muerte, para guiar nuestros pasos por el camino de la paz. Gloria al Padre y al Hijo, y al Espíritu Santo. Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.


Capítulo 16

¡CUÁNTO NOS AMA JESÚS!


OBJETIVOS * Vivir con esperanza la muerte de Jesús * Entender que por medio de la cruz de Jesús, Dios se solidariza con nosotros y nos regala su amor. * Ser capaz de entregarme a los demás, así tenga que sacrificarme. ORACIÓN: Señor Jesús, te damos gracias porque tu muerte en la cruz ha sido para nosotros un medio de preparación a tu resurrección por la cual tenemos fe y así podemos vivir a la imagen de Jesús. Amén. TEMA: En la noche de su arresto, Jesús llevó a algunos de sus discípulos a un jardín tranquilo. Mientras él oraba, ellos dormían. El ruido de los pasos y las voces altas despertaron a los discípulos. Judas, uno de los discípulos de Jesús, saludó al Maestro con un beso de traición en la mejilla, y los discípulos miraron impotentes cómo los guardias alejaban a su Señor en la noche (Lucas 22:39 – 47).

La angustia humana y mortal de Jesús, la tristeza que siente ante la muerte cercana, es su obediencia filial a la voluntad del Padre, en una palabra, es la verdadera humanidad del Hijo de Dios. Dos de las peticiones del Padre Nuestro son resaltadas en el momento de dolor de Jesús “Hágase tu voluntad” “No nos dejes caer en la tentación”, esta oración de Jesús debe ser nuestro modelo ante las situaciones desesperantes, donde perdemos la fe “ante el silencio de Dios”. Jesús era tan igual a todos los hombres que Judas tiene que darle un beso para que los soldados romanos lo identifiquen y puedan arrestarlo (Lucas 22: 47). La pesadilla continuó cuando Jesús fue llevado ante Pilato. Pedro, que había jurado que moriría con Jesús si fuera necesario, negó conocer a su Salvador, no una vez, sino tres veces. Finalmente, los guardias llevaron a Jesús fuera de la ciudad para que muriera en una cruz, crucificado entre dos delincuentes comunes.

98


Esta triste historia es difícil de contar a los niños. Los niños necesitan saber que Jesús fue a la cruz atravesando un tiempo de mucho dolor y sufrimiento, para solidarizarse con cada uno de nosotros y poder acompañarnos en nuestras situaciones de dolor y sufrimiento. No olvide lo importante: Jesús murió para que podamos ser perdonados una y otra vez y resucitó para que tengamos vida eterna. En esta lección, los niños comprenderán que podemos acercarnos a Jesús tal como somos y que Dios nos ama de manera incondicional. Esta es una historia triste. Pero les voy a decir un secreto: ¡Tiene un final feliz! Gracias a que Jesús murió en la cruz y pasó por tan enorme dolor y sufrimiento, ahora nosotros tenemos el hermoso regalo de su comprensión y su amor y nos acepta así como somos, con todos nuestros defectos y debilidades, no nos pide nada a cambio: solamente que aceptemos el hermoso regalo de su amor y que amemos a los demás. Jesús pasó por momentos muy difíciles. Por eso nos comprende y nos acompaña cuando nosotros lo necesitamos y vamos en búsqueda de su ayuda. Aunque hagamos muchas cosas muy feas, las más feas... Jesús nos sigue queriendo, nos quiere perdonar. Y por sobre todas las cosas, quiere darnos una nueva oportunidad de ser mejores, de ser buenas personas. El quiere y sigue poniendo su confianza en nosotros. Cuando Jesús murió en la cruz fue sepultado y permaneció en la tumba por tres días. Fue un tiempo muy triste para los discípulos. Ellos no podían comprender por qué tenía que morir aquel en quién tenían puestas todas sus esperanzas. Pero sabemos que fue para que pudiéramos recibir el regalo del amor y perdón de Dios. Por eso estamos agradecidos (Mateo 27:32 ‐56). Escuchemos a Dios: Mateo 26: 36 – 75 99


ACTIVIDADES Actividad 1 ‐ Salida inesperada: Se necesitará la ayuda de dos adultos más, además de quien sea el maestro ese día. Vamos a escuchar lo que le sucedió a Jesús cuando fue a orar a un jardín una noche.

Jesús llevó a sus discípulos con él a un lugar llamado Getsemaní. Hizo que la mayoría se sentaran y esperaran, pero les pidió a Pedro, Santiago y Juan, que caminaran con él un poco más adelante en el jardín. Estaba triste y quería que ellos lo esperaran mientras él oraba. *Pedro, Santiago y Juan estaban cansados. (Haga que los niños bostecen y se estiren) *Los tres discípulos se durmieron. (Anime a los niños a acostarse y simular dormir) *Que uno de los ayudantes entre repentinamente y le exija seguirlo y salir de la clase en ese preciso instante, con modales bruscos. (Que el otro voluntario continúe la clase.) ¿Qué les parece que pasará? ¿Cómo se sienten? ¿Por qué creen que el maestro tuvo que irse? Esperemos un rato a ver qué pasa. Al cabo de un momento vuelva a juntarse con el grupo y pregunte: ¿Cómo se sintieron cuando tuve que salir de pronto? ¿Qué creyeron que iba a pasar? Los discípulos de Jesús estaban asustados y no sabían qué hacer cuando Jesús desapareció. Finalidad: Los niños vivenciarán qué se siente cuando su maestro es “llevado” inesperadamente para que lo comparen con el momento del arresto de Jesús.

100


ACTIVIDAD 2 Te ofrezco mi corazón. Necesitará tijeras, marcadores y copias para cada niño, de hojas que contengan una cruz y la frase “Te ofrezco mi corazón”. Entregue a cada niño una copia, pida que las recorten y que escriban en ellas una oración sencilla de gratitud. (Ver anexo 7) Finalidad: Los niños agradecerán a Dios el regalo de su amor a través de las cruces. CANCIONES: PERDÓN POR AQUEL MENDIGO Perdón por aquel mendigo, por aquella lágrima que hice brillar, perdón por aquellos ojos que al buscar los míos no quise mirar. Señor, no le di mi mano, se encontraba solo y lo dejé partir. Perdón por no dar cariño, por sólo buscarlo y tan lejos de Ti. Señor, ¿por qué soy así? estoy como ciego y no sé comprender. //Señor, Tú eres mi esperanza, dame tu mirada y que te sepa ver. (Bis)// Señor, no soy siempre alegre, no doy luz a otros que están junto a mí. Perdón por esa tristeza, por sentirme solo cuando estás ahí. Perdón por otros hermanos, a quienes no importa de tu padecer. Estás cerca del que sufre, pasan a tu lado, pero no te ven.

101


DIOS A LA UNA Dios, desde la noche de mi ayer, Dios, en el aroma que no hallé, Dios, en la sonrisa que encontré, Dios, halla en el niño que no fue. Dios, desde la infancia hasta crecer, Dios, cuando perdí a los que amé, Dios, cuando lloraba sin saber; siempre sin llamarte te encontré Recitado No sé en qué calle, me dirás: ¡buen día!, ¡Ahh... tanto tiempo que no estamos juntos!. Yo te diré: estoy tan ocupado últimamente. ¿Y si te arrimas esta noche a casa?, así charlamos y cenamos juntos. Dios, esta noche cenaremos juntos, habrá buen vino y estará en la mesa lo más querido de mi vida entera, y algún recuerdo que golpeó a mi puerta. Dios, esta noche cenaremos juntos, no tardes tanto que la vida apura; no tiene tiempo y partirá a la una. Recitado Sabes de mí, lo que de ti no supe nunca, tal vez no pregunté, o todos me engañaban. Pero hoy sé que tu nombre me recuerda un milagro que se ha quedado a obscuras en nuestro corazón. Dios, esta noche cenaremos juntos, no tardes tanto que la vida apura; no tiene tiempo y partirá a la una. Dios, esta noche cenaremos juntos, no tardes tanto que la vida apura; no tiene tiempo y partirá a la una. Tomado de Album Canción y letra.com

102


PARA APRENDER: ORACIÓN DEL SANTO SUDARIO Señor Dios, que nos dejaste las señales de tu Pasión en la sábana santa, en la cual fue envuelto tu cuerpo santísimo cuando por José y Nicodemo fuiste bajado de la cruz; concédenos, piadosísimo Señor, que por tu muerte y sepultura seamos llevados a la gloria de la resurrección, donde vives y reinas con Dios Padre, en unidad del Espíritu Santo, Dios por todos los siglos de los siglos. Amén.

Compromiso: Que cada actuar en mi vida, en cada lugar y momento siempre esté dispuesto a entregarme a los demás.

POEMA DE SANTA TERESA DE JESÚS

Nada te turbe, nada te espante, todo se pasa; Dios no se muda, la paciencia todo lo alcanza. Quien a Dios tiene, nada le falta... ¡solo Dios basta!

¿Ves la gloria del mundo? Es gloria vana; nada tiene de estable, ''todo se pasa.''

Eleva tu pensamiento, al cielo sube, por nada te acongojes, ''nada te turbe.''

Ámala cual merece bondad inmensa; pero no hay amor fino sin ''la paciencia.''

A Jesucristo sigue con pecho grande, y, venga lo que venga, ''nada te espante.''

Confianza y fe viva mantenga el alma, que quien cree y espera ''todo lo alcanza.''

Aspira a lo celeste, que siempre dura; fiel y rico en promesas, ''Dios no se muda.''

103

Del infierno acosado aunque se viere, burlará sus furores ''quien a Dios tiene.'' Vénganle desamparos, cruces, desgracias; siendo Dios tu tesoro ''nada le falta.'' Id, pues, bienes del mundo, id dichas vanas; aunque todo lo pierda, ¡solo Dios basta!


Capítulo 17

LA RESURRECCIÓN DE JESÚS


OBJETIVOS: *Aprender la razón por la cual el día de la Pascua nos trae esperanza y felicidad mientras celebramos la resurrección de Jesús. *Vivir la resurrección de Cristo en nuestra comunidad, a partir de la fe y la alegría que este gran acontecimiento produce en nuestras vidas. *Mostrar a través de nuestro actuar vicentino la resurrección de Cristo. ORACIÓN: Te damos gracias por tu resurrección que nos da la esperanza y la alegría de una vida mejor. Gracias por tenernos en este encuentro tan maravilloso para nuestra vida. Maestro Bueno, enséñanos a amar y a perdonar. Amén. TEMA: Pasado el sábado, el primer día de la semana van María Magdalena y María a visitar la tumba de su amigo Jesús. Las dos mujeres se dirigen presurosamente a la tumba, con la preocupación de no tener quién les corriera la piedra, pero se encuentran, con sorpresa, que dentro de la tumba un Ángel les anuncia la resurrección de Jesús y salen presurosas a anunciarlo a sus amigos. Jesús se vale primeramente de ellas para dar este anuncio tan importante. La resurrección de Jesús no es el final de una obra sino el comienzo de nuestro actuar cristiano. Las dos mujeres son las portadoras de este anuncio pascual, hecho sobrenatural, aceptado únicamente desde la fe. La resurrección es fundamental para nuestra fe, San Pablo dice en 1 Corintios 15:14 “si Cristo no ha resucitado es vana nuestra proclamación, es vana nuestra fe”. Domingo de Pascua o Domingo de Resurrección, es la festividad cristiana más importante del año: conmemora la Resurrección de Jesús. Debido a que éste es un día tan especial para las familias cristianas, es importante prepararse para presentar su significado de una

105


manera memorable para los niños. Hoy es un día de celebración. Los niños van a celebrar porque ¡la tumba está vacía !Jesús venció la muerte. Este es un hecho que sólo Jesús ha podido hacer porque Él es Dios. Y Jesús está vivo hoy. Debemos celebrar porque ¡nosotros también podemos vivir por lo que Él hizo hace tantos años! ¡Qué Alegría! Jesús sufrió y murió sólo una vez, pero ¡resucitó para siempre! Orientemos la realidad de Jesús vivo. Es el Rey, ganó la victoria sobre Satanás, estableció un puente entre Dios y nosotros y nos da libertad, vida y esperanza. El primer día de la semana (domingo) lo relacionamos con el primer día de la creación (Génesis 1,5) que simboliza, con la resurrección de Jesús, el comienzo de la creación definitiva. La Iglesia celebra el misterio pascual (domingo), después de Jesús haber sido enterrado como Rey con gran abundancia de perfumes, en un sepulcro nuevo, en un huerto como al comienzo de la pasión. La caída de Adán ha sido reparada por Jesús, una nueva comunidad, un nuevo Israel acaba de nacer al morir y resucitar Él. Escuchemos a Dios: Marcos 16,1 – 8 ACTIVIDAD: *Ambiente el aula con globos y otros adornos de fiesta para que los niños entiendan que cuando Jesús resucitó, cambió toda la historia del mundo ¡y su historia personal también! *Si es posible, haga o compre una torta (pastel) bien adornada y tomen un refrigerio como si fuera un cumpleaños. *Video sobre la Resurrección de Jesús.

106


Finalidad: Entender que la base de nuestra fe es la resurrección de Jesús y que por ello debemos celebrarlo. PARA APRENDER: 9 Virtudes teologales: fe, esperanza y caridad que deben estar unidas a las virtudes humanas. Virtudes humanas: prudencia, justicia, fortaleza y templanza Virtudes vicentinas: sencillez, humildad, afabilidad, sacrificio y celo (afán por hacer mejor las cosas, amar con pasión la labor que se hace). CANCIONES: RESUCITÓ RESUCITÓ, RESUCITÓ, RESUCITÓ. ALELUYA, ALELUYA, ALELUYA, ALELUYA, RESUCITÓ. Muerte, ¿donde está la muerte?, ¿dónde está mi muerte?, ¿donde su victoria? Gracias sean dadas al Padre, que nos pasó a su reino, donde se vive de amor. HOY, EL SEÑOR RESUCITÓ Hoy, el Señor resucitó y de la muerte nos libró.

El pueblo en Él vida encontró, la esclavitud ya terminó.

Alegría y paz, hermanos, que el Señor resucitó.

La luz de Dios en Él brilló, la Nueva Vida nos llenó.

Porque esperó, Dios le libró y de la muerte nos sacó.

Con gozo alzad el rostro a Dios, que de Él nos llega la salvación.

Compromiso: Los niños contarán a su familia y compañeros la historia de la resurrección y lo que significa en nuestra vida. 9

Tomado de Oración y Reflexión Vicentina.

107


Capítulo 18

LOS SACRAMENTOS


OBJETIVOS *Conocer los sacramentos dejados por Jesús para darnos su gracia. *Vivir los sacramentos con todos nuestros hermanos. ORACIÓN: Gracias, Señor, por nuestros seres queridos, por nuestra vida, por todas las personas que hacen posible que estemos en este lugar tan agradable, por la Sociedad de San Vicente de Paúl; permítenos que a través de los sacramentos respondamos a nuestra vida cristiana. Amén. TEMA: Qué son los sacramentos El término sacramento proviene del latín “sacramentum”, cuyo significado literal es: “sacra” sagrado, encuentro con lo divino, “mentum”, medio, instrumento, modo. Es decir, el Modo Sagrado, la Manera Sagrada, o forma sagrada para encontrarme con Dios. Los sacramentos son bendición, gracia de Dios y dogma (es una verdad que no se discute pero que la aceptamos, como el dogma de la Santísima Trinidad), son un compromiso de fe y de santidad, son signos sagrados, sensibles, instituidos por Jesucristo y administrados por la Iglesia para darnos la fe y la gracia de estar con Dios. La iglesia, como madre, nos recibe en el Bautismo, nos alimenta en la Eucaristía, nos fortalece con la Confirmación, nos sana con la Penitencia y Unción de Enfermos, santifica el trabajo para hacer una comunidad con el Matrimonio y el Sacerdocio. Por la acción del Espíritu Santo, Jesús se hace presente en la Iglesia a través de objetos y acciones humanas, y, como humanas que son, están marcadas por signos visibles y verificables: agua, luz, vino, pan, aceite, imposición de manos, palabras, entre otros. De esta manera, por la fe, estos signos pasan a convertirse en causa eficaz de una vida nueva, la vida de Dios. Los sacramentos, como fuerza que brota

109


del Cuerpo de Cristo, siempre vivos y vivificantes, y como acciones del Espíritu Santo que actúan en su Cuerpo que es la Iglesia, “son las obras maestras de Dios en la nueva y eterna alianza”, para que nosotros recibamos esta vida y por ella seamos hijos de Dios, y de hecho, más hermanos entre nosotros. Los sacramentos forman parte de nuestra vida, de la vida de la Iglesia. Siempre que los celebramos nos encontramos con la Persona de Cristo. “Es Cristo el que bautiza, el que perdona, el que ofrece” SEÑALES DE VIDA: Los sacramentos no son sólo cosas santas, son signos de vida de Dios que Él nos comunica para hacernos participes de su amor, haciendo posible nuestra comunión con Él. Los sacramentos consagran toda nuestra vida a Dios, nos conducen a un encuentro más íntimo con el Señor, nos permiten encontrar sentido a nuestra vida y vivirla como experiencia de salvación, porque con ellos celebramos la muerte y resurrección de Jesús. La celebración de los sacramentos no es un rito vacío, ni mágico. Son celebraciones de vida que, bien preparados, producen frutos de amor a Dios y a los hermanos. Celebrar los sacramentos, nos exige un compromiso de construir un mundo más justo y fraternal al servicio del reino de Dios. El encuentro con Jesús en los sacramentos es una fiesta amorosa con la Iglesia y a la vez un anticipo a la fiesta final en la que nos encontraremos en un cielo nuevo y una tierra nueva, que nos da un sentido nuevo a los hechos y a los signos de la antigua alianza, especialmente al Éxodo y a la Pascua, estas celebraciones sacramentales que nutren nuestra fe. JESÚS VIVIÓ ESTOS RITOS SIMBÓLICO: fue circuncidado, acudió al templo, comió la cena pascual y lavo los pies a los discípulos. Toda vida litúrgica de la Iglesia se basa en torno al sacrificio Eucarístico y los sacramentos. En la Iglesia celebramos siete sacramentos: 5.Unción de los enfermos 6.Orden sacerdotal 7.Matrimonio

1.Bautismo 2.Confirmación o Crismación 3.Eucaristía 4.Penitencia o Reconciliación

(Catecismo de la Iglesia Católica 1113)

110


Los sacramentos de la iniciación cristiana: 10 BAUTISMO: Momento importante de nuestra llegada a la vida de la Iglesia

NACIMIENTO: Momento de llegada a la familia

CONFIRMACIÓN: Sacramento de la madurez cristiana, compromiso en la

El niño entra en la sociedad, va madurando en su personalidad.

EUCARISTÍA: Es el banquete o comida que

Sin ALIMENTO no se mantiene la vida. Cada comida le permite al hombre estar

Los sacramentos de sanación o curación CONVERSIÓN O PENTENCIA: Relaciona la experiencia del perdón y del encuentro entre el hijo y el padre bondadoso.

Una experiencia de todo hombre que se siente dividido, por eso busca la reconciliación y la amistad.

La enfermedad amenaza la vida humana, UNCIÓN DE LOS ENFERMOS: sana, conforta y expresa el poder salvífico de el hombre siente sus límites, experimenta dependencia. Dios.

Estos dos signos o sacramentos, la penitencia y la unción de enfermos, nos darán la fuerza para sanar las heridas dejadas por nuestros pecados y nos permitirá la gran alegría de un nuevo encuentro con Dios.

Los sacramentos de servicio. MATRIMONIO: presencia de Dios en el amor. La familia sirve a la comunidad y da testimonio de la presencia de Dios.

La persona vive una vocación especial que busca la construcción de una sociedad reconciliada.

ORDEN SACERDOTAL: Presencia de Cristo: Los esposos y los hijos viven en el amor y es el mediador entre Dios y los hombres, la fidelidad, teniendo en cuenta a Cristo es el servidor por excelencia. como centro de toda vida familiar.

10 GUTIÉRREZ, María Oliva y VALERO, Yolanda. Discípulos y Misioneros en Comunión con Cristo. Guía del Catequista.

Diócesis de Zipaquirá. Bogotá. 2007. Pág. 106

111


MOMENTOS DIVERSOS DE NUESTRA VIDA

NECESIDADES Nacer y estar vivos Alimentarse Crecer

SATISFACCIÓN CRISTIANA Bautismo Eucaristía Confirmación

SIGNOS Agua, fuego y aceite Pan y vino Luz ‐ Crisma

SACRAMENTOS DE SANACIÓN NECESIDADES

SATISFACCIÓN CRISTIANA

Amistad

Reconciliación Unción de enfermos

Salud

SIGNOS Abrazo, apretón de manos Aceite (Lucas 10:25 – 37

SACRAMENTOS DE SERVICIO

NECESIDADES Relación entre Dios y el hombre Complemento de uno con el otro.

SATISFACCIÓN CRISTIANA

SIGNOS

Orden sacerdotal

Estola

Matrimonio

Argollas

Escuchemos a Dios: Deuteronomio 6: 5 y siguientes. Actividad: “Relacionando” Se entregará a cada niño una hoja con imágenes en una columna y significados de las mismas en otra, pero en desorden, los niños deberán unir con una línea el que corresponde a cada uno. (Ver anexo 8). Luego cada niño escribirá lo que entendió de cada sacramento.

112


Finalidad: Los niños y niñas conocerán, aprenderán y valorarán la importancia de los sacramentos. CANCIÓN: MI PENSAMIENTO ERES TÚ Mi pensamiento eres tú, Señor; Mi alegría eres tú, Señor; Mi pensamiento eres tú, Señor; Mi alegría eres tú, Señor; Mi pensamiento eres tú, Señor; Mi alegría eres tú, Señor; Mi pensamiento eres tú. Mi alegría eres tú. CORO CORO: Mi esperanza eres tú, Señor; Porque tú me has dado la vida, Mi esperanza eres tú, Señor; porque tú me has dado el existir, Mi esperanza eres tú, Señor; porque tú me has dado cariño, Mi esperanza eres tú. me has dado amor. CORO Porque tú has hecho de mi Mi fortaleza eres tú, Señor; alma un lugar de felicidad, Mi fortaleza eres tú, Señor; porque tú me has dado alegría, Mi fortaleza eres tú, Señor; me has dado amor. Mi fortaleza eres tú. CORO PARA APRENDER: Aprender los sacramentos: 1. Bautismo 2. Confirmación o Crismación 3. Eucaristía 4. Confesión o Reconciliación 5. Unción de los enfermos 6. Orden sacerdotal 7. Matrimonio

Compromiso: Cada niño escribirá una oración y la compartirá con sus compañeros y cantarán al final: “Demos gracias al Señor”

113


Capítulo 19

EL BAUTISMO


OBJETIVOS *Saber que este sacramento es el inicio de nuestra vida Cristiana. *Reconocer que con el bautismo somos hijos de Dios y herederos del cielo. *Tomar conciencia de mi compromiso bautismal como miembro activo de la iglesia. ORACIÓN: Gracias, Señor, porque con nuestro bautismo nos hacemos hijos de Dios, discípulos de Jesucristo y herederos del cielo; haz que con tu ejemplo al hacerte bautizar por Juan en el Jordán, aprendamos a vivir nuestro bautismo como profetas, sacerdotes y reyes. Amén. TEMA: Bautizar en griego significa “sumergir, introducir dentro del agua”: “inmersión”. Simboliza el acto de sepultar al bautizando en la muerte de Cristo y resucitar una nueva criatura (2 Corintios 5:17). Es llamado baño de regeneración y renovación del Espíritu Santo, porque significa y realiza el nacimiento del agua y del espíritu, sin el cual nadie puede entrar en el Reino de Dios (Juan 3:5). También es llamado baño de iluminación porque, para quienes lo reciben, su espíritu es iluminado (Juan 1:9). El bautismo es el primer sacramento, es la puerta de entrada a la vida eterna. Es el sacramento de fe. Por medio de él el hombre tiene su primer encuentro vivo y eficaz con el Señor, recibe la fuerza del Espíritu Santo. Nos hace hijos de Dios, hermanos en Jesucristo y Herederos del cielo, nos transforma en nuevas criaturas, nos convierte en miembros activos de la iglesia de Cristo, es la señal que significa el ingreso a la comunidad. Para San Juan, el bautismo es “renacer del agua y del Espíritu”, es el primer signo de Vida y Comunión con Jesucristo. Por el bautismo hemos sido “incorporados” dentro de Cristo muerto y resucitado, es decir, ya somos parte de su Misterio Pascual. Cuando somos bautizados recibimos el Espíritu Santo y Dios nos adopta como hijos, a semejanza de Jesús, su hijo. En el bautismo se recibe la fe.

115


La antigua alianza culmina en el nacimiento de Jesús. A los 30 años comienza su vida pública y ministerio, después de haber recibido de San Juan el bautismo de penitencia en el río Jordán. Después de su resurrección, Jesús instituye el bautismo actual cuando confiere esta misión a sus apóstoles: “Id, pues, y haced discípulos a todas las gentes, bautizándoles en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a guardar todo lo que yo os he mandado” (Mateo 28, 19 – 20). Jesús, Buen Pastor

nos invita a hacer parte de su redil, la Iglesia

por el sacramento del Bautismo

que nos hace hermanos de Cristo y miembros de la Iglesia

herederos de un reino de amor, de justicia y de paz

hijos de Dios

SIGNOS QUE APARECEN EN EL BAUTISMO: *La señal de la cruz: es la gracia de la redención, que Cristo nos ha adquirido por su muerte, es símbolo de triunfo por la resurrección de Cristo. *El anuncio de la palabra: Dios nos ilumina con la verdad revelada a todos los presentes y nos invita a una respuesta de fe. *La asignación con el Óleo de Catecúmenos: que es anterior al momento del Bautismo y se hace en el pecho del bautizando; significa la fuerza para no dejarse vencer por el maligno. Catecúmeno significa "aún no bautizado"; Esto simboliza la disponibilidad del bautizando a aceptar la fe y sus exigencias, es el sello del cristiano. El aceite usado es bendecido por el Obispo al igual que el crisma. 116


*El agua: símbolo de vida, también de limpieza y purificación; nos comunica la vida de Dios, pues es signo visible de la vida nueva. Esta agua es derramada tres veces sobre la cabeza del candidato en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Es el rito esencial del sacramento, que significa y realiza la muerte al pecado y la entrada en la vida de la Santísima Trinidad, a través del Misterio Pascual de Cristo. *La unción con el Santo Crisma: óleo perfumado y consagrado por el Obispo, significa fortaleza, don del Espíritu Santo al nuevo bautizado, para ser un cristiano ungido por el Espíritu Santo e incorporado a Cristo que es ungido sacerdote, profeta y rey. Esto simboliza la dignidad del bautizado y su consagración ‐ pertenencia‐ a Dios. *La vestidura blanca: signo de pureza del nuevo ser que se ha revestido de Cristo, ha resucitado en Cristo. *La luz: recibimos del cirio pascual la figura de Cristo, fuego del Espíritu Santo, para que los bautizados con su fuerza sean luz para sus hermanos (Mateo 5:14). *Promesas bautismales y renuncias al pecado: el sacerdote pregunta a los padres y padrinos, en representación de los niños, si renuncian al pecado y aceptan a Dios, esto es lo que llamamos la Profesión de Fe. *Presencia de los padrinos: deben ser católicos, creyentes, capaces y dispuestos a ayudar al nuevo bautizado y a sus padres en el verdadero camino de la vida cristiana. Son los fiadores en la fe de sus ahijados. Escuchemos a Dios: Juan 3:1 ‐ 8 ACTIVIDADES Actividad 1: Comparación de imágenes Se mostrará a los niños una imagen de una cascada de agua y sus alrededores, además una imagen de un desierto y se harán las siguientes preguntas: (Ver anexo 9) ¿Qué relación hay entre ambas imágenes?, ¿que simboliza el agua?, ¿qué relación existe con el bautismo? El alumno debe interpretar mediante la observación de las imágenes que el agua es símbolo de vida o donde comienza la vida, y que sin agua (desierto) no hay vida; por lo tanto el agua en el bautismo simboliza el comienzo de la vida cristiana. Finalidad: Entender que así como el agua da la vida física, el agua en el bautismo nos da la vida espiritual. Adopción a hijo de Dios, hermanos en Jesucristo y herederos del reino. 117


Actividad 2: Comparación de la vida civil y la vida cristiana El facilitador llevará una cartelera con la réplica de una partida de bautismo y de un registro civil y se le harán a los niños las siguientes preguntas: ¿Qué hacen los padres en la notaría?, ¿para qué registran a los niños?, ¿qué hacen los padres en el templo?, ¿qué recibe el niño el día del bautismo? Luego el facilitador anotará en la cartelera las cosas que los niños expresen frente a cada cosa. Finalidad: Diferenciar la vida civil de nuestra vida de fe y de cristianos. CANCIÓN BAUTIZAME SEÑOR CON TU ESPÍRITU

UN SOLO SEÑOR Un solo Señor, una sola fe, un solo bautismo, un solo Dios y Padre.

Bautízame, Señor, con tu espíritu... Bautízame, Señor, con tu espíritu, y déjame sentir, el fuego de tu amor, aquí en mi corazón... Señor, y déjame sentir, el fuego de tu amor, aquí en mi corazón, Señor. (Bis)

Llamados a guardar la unidad del Espíritu por el vínculo de la paz, cantamos y proclamamos. CORO Llamados a formar un solo cuerpo en un mismo Espíritu, cantamos y proclamamos. CORO

Lávame, Señor, con tu espíritu... Lávame, Señor, con tu espíritu, y déjame sentir el fuego de tu amor, aquí en mi corazón, Señor. (Bis)

Llamados a compartir una misma esperanza en Cristo, cantamos y proclamamos. CORO

Renuévame, Señor, con tu espíritu... Renuévame, Señor, con tu espíritu, y déjame sentir, el fuego de tu amor, aquí en mi corazón, Señor. (Bis)

Compromiso: Asistir a una ceremonia bautismal.

118


Capítulo 20

QUIERO CAMBIAR


OBJETIVOS: * Abrir un camino de esperanza y de misericordia con el perdón de Dios * Aprender que la reconciliación es el sacramento del perdón de los pecados * Amar y perdonar a los que nos rodean ORACIÓN: Padre amoroso, maestro bueno, ayúdanos a entender ese amor grande y misericordioso que tienes para nosotros, porque siempre nos perdonas y nos acoges, a pesar de nuestras debilidades, de nuestra rebeldía y desobediencia, no permitas que nos alejemos de Ti y anímanos a luchar contra el mal, Amén. TEMA: Que es el sacramento de la Reconciliación? El Señor Jesús ha instituido el sacramento de la penitencia, que se llama también y muy adecuadamente "Sacramento de la Reconciliación" o Confesión, para perdonar los pecados cometidos después del Bautismo y abrirnos así la puerta a la reconciliación con Dios. Jesucristo, por ser Dios, tiene poder para perdonar los pecados, y dio este poder a los Apóstoles y sus sucesores en el sacerdocio. Ellos actúan "en la persona de Cristo"; o sea que, de hecho, es el mismo Jesucristo el que perdona los pecados por el ministerio del sacerdote. ¿Qué es el pecado? La palabra pecado nos sugiere “manchado, sucio”, es todo aquello que mancha o ensucia la dignidad de la persona, es una tendencia en el ser humano que lo impulsa a la envidia, a ser avaro, a matar, a robar, a mentir. El pecado es entonces alejarnos de Dios, es cerrarnos a su amor, es atentar contra la naturaleza y es la falta de amor propio. ¿Por qué existe el mal? Por la rebeldía del ser humano contra la voluntad de Dios. El libro del Génesis nos cuenta que Adán y Eva, por envidia del demonio y llevados por el orgullo, desobedecieron a Dios, transformando así los planes de Dios. El pecado de nuestros primeros padres, no sólo hizo daño a ellos sino a toda su descendencia (Génesis 3:4).

120


Diferentes clases de pecado: El pecado es un abuso de la libertad que Dios nos dio. Es una elección personal y libre que hacemos contra nosotros mismos, contra el prójimo y contra Dios. *Pecado original: está presente en todos desde que nacemos, es la tendencia al pecado que experimenta la persona de construir el mundo sin Dios. *Pecado personal y social: Si bien todo pecado es personal, porque es un acto de libertad de un hombre en particular, y no propiamente de un grupo o comunidad, es al mismo tiempo social: el pecado de cada uno repercute en cierta manera en los demás. *Pecado mortal: Cuando el hombre, dándose perfecta cuenta de que lo que va hacer está gravemente prohibido por la ley de Dios o de la Iglesia, lo hace apesar de todo, comete un pecado mortal que lo pone completamente de espaldas a Dios y se vincula a las cosas terrenales, en las que coloca su último fin renunciando a la salvación eterna. Para que un pecado sea mortal hay tres condiciones: 1) Advertencia perfecta por parte del entendimiento. 2) Consentimiento perfecto, o plena aceptación por parte de la voluntad. 3) Materia grave prohibida por Dios. *Pecado venial: un acto relativamente superficial que supone una voluntad débil, que no destruye el amor de Dios, pero sí lo disminuye, y que puede llevar a la persona poco a poco al pecado mortal. También tenemos los pecados capitales, que la Iglesia llama fuentes y origen de los pecados personales; contra ellos la persona debe luchar para evitar ofender a Dios, estos son: soberbia, avaricia, ira, lujuria, gula, envidia y pereza. Los pecados se manifiestan de pensamiento, palabra, obra y omisión. Las exigencias del pecado nos llevan a la actitud de conversión permanente en nuestra vida. El evangelio nos presenta a Jesús en una actitud de acogida hacia los pecadores, como la oveja perdida, el hijo pródigo, donde Jesús sale a su encuentro y celebra una fiesta amorosa; es la actitud de Jesús llena de misericordia.

121


¿Qué es el sacramento de la reconciliación? Es el sacramento instituido por Jesucristo para perdonar los pecados cometidos después del Bautismo. También conocido como el sacramento de conversión, de confesión, de perdón, de penitencia y de reconciliación: *Conversión: nos invita sacramentalmente al cambio de vida (Marcos 1:15). *Confesión: el cristiano declara o manifiesta los pecados al sacerdote, reconoce sus culpas, además es una “confesión” y alabanza de bondad a Dios (Lucas 15,21). *Perdón: con la absolución sacramental, Dios concede al penitente el perdón y la paz (Juan 20, 22 – 23). Cristo perdona los pecados cometidos después del bautismo por los miembros de la Iglesia que han roto la comunión con Dios y con la comunidad. La absolución de los pecados es la manifestación de la misericordia de Dios Padre con la Iglesia. *Penitencia: el sacerdote impone al penitente una penitencia que lo lleva al arrepentimiento y reparación del mal que ha hecho (1 Timoteo 2:1). *Reconciliación: otorga al pecador el amor de Dios, restablece la paz, la unidad perdida con Dios y con los hermanos (Mateo 5,24). Escuchemos a Dios: Lucas 15: 1 – 7 ACTIVIDAD Actividad 1: Relacionando Señala con una flecha la virtud que confronta a cada pecado: VIRTUDES Castidad Diligencia Caridad Generosidad Paciencia Humildad Templanza

PECADOS CAPITALES Soberbia Avaricia Ira Lujuria Gula Envidia Pereza

Finalidad: conocer las virtudes que debilitan el pecado y ponerlas en práctica. Actividad 2: (Ver anexo 10)

122


PARA APRENDER: PECADOS CAPITALES: *Soberbia: desconocer que dependemos de Dios y necesitamos de los otros. *Avaricia: deseo inmoderado por amontonar bienes terrenos *Ira: inclinación a la violencia descontrolada *Lujuria: actitud que lleva a buscar el placer sexual incontrolado *Gula: exceso en el consumo de bebidas y comidas *Envidia: sentir tristeza por las cualidades o bienes ajenos *Pereza: abandono deliberado de los deberes en la vida (Ver Catecismo de la Iglesia Católica, Nº 1852) COMO SE MANIFIESTAN: *De pensamiento: que son los malos deseos y las malas intenciones. *De palabra: cuando se destruye la fama y la honra de las personas con el chisme, la mentira, la calumnia y las malas palabras. *De obra: son aquellos que no solo pensamos sino que se ejecutan causando gran ofensa a Dios y a los hermanos. *De omisión: son aquellos que pudiéndose evitar, no hacemos nada por impedirlos. Dejar de hacer el bien a que estamos obligados.

123


CANCIÓN: SI VIENES CONMIGO Y ALIENTAS MI FE /Si vienes conmigo y alientas mi fe, si estás a mi lado, ¿a quién temeré?/ 1. A nada tengo miedo, a nadie he de temer, Señor, si me protegen tu amor y tu poder. Me llevas de la mano, me ofreces todo bien. Señor, Tú me levantas si vuelvo a caer. 2. ¡Qué largo mi camino! ¡Qué hondo mi dolor! ni un árbol me da sombra, ni escucho una canción. ¿Será que a nadie puedo mirar ni sonreír? Señor, Tú sólo quedas, Tú sólo junto a mí 3. En cosas que se mueren yo puse el corazón; fue tierra mi tesoro, fue vana mi ilusión. En cosas que se mueren me voy muriendo yo. Tú solo vives siempre, Tú solo, mi Señor. TÚ QUE SIEMPRE NOS PERDONAS Tú, que siempre nos perdonas, porque nos quieres mucho, tú, que siempre nos perdonas, Señor, ten piedad. Tú, que siempre nos escuchas, porque nos quieres mucho, Tú, que siempre nos escuchas, Señor, ten piedad. Tú, que siempre nos ayudas, porque nos quieres mucho, Tú, que siempre nos ayudas, Señor, ten piedad. Compromiso: Recuerda y escribe una situación donde te hayas reconciliado con un amigo o familiar

124


Capítulo 21

SACRAMENTO DE LA CONFESIÓN


OBJETIVOS: *Reconocer humildemente que soy pecador *Expresar verbalmente al sacerdote mis faltas *Perdonar a mis hermanos como Cristo me perdona. ORACIÓN: Señor Jesús: nos ponemos en tus manos, reconociendo tu gran misericordia para que nos ayudes a perdonar a nuestros hermanos, en la misma forma como tú le perdonaste al Hijo Prodigo; haz que en nuestras familias nos disculpemos en aquellos momentos de desacuerdos, permítenos la unidad y la fraternidad. Amén. TEMA: ¿Qué es necesario para hacer una buena confesión? Para hacer una buena confesión es necesaria: 1º Examen de conciencia. 4º Decir los pecados al confesor. 2º Dolor de los pecados. 5º Cumplir la penitencia. 3º Propósito de enmienda. ¿Qué es el examen de conciencia? Es recordar los pecados cometidos desde la última confesión bien hecha. ¿Qué es el dolor de los pecados? Es un sentimiento o pena interior por haber ofendido a Dios. ¿Qué es propósito de la enmienda? El propósito de la enmienda es una firme resolución de no volver a pecar y de evitar todo lo que pueda ser ocasión de cometer pecados. ¿Qué pecados debemos confesar? Debemos confesar todos los pecados mortales no confesados anteriormente, con su número y circunstancias. Conviene decir también los pecados veniales.

126


¿Qué pecado comete el que calla por vergüenza la confesión de algún pecado mortal? El que calla por vergüenza la confesión de algún pecado mortal comete un grave pecado llamado sacrilegio, y no se le perdonan los otros pecados confesados. ¿Qué ocurre si se olvida la confesión de un pecado mortal? Si se olvida la confesión de un pecado mortal, la confesión vale, pero el pecado olvidado debe manifestarse en la próxima confesión. ¿Qué es cumplir la penitencia? Cumplir la penitencia es rezar las oraciones y hacer las buenas obras que manda el confesor. ¿Qué es el secreto de confesión? El secreto de confesión es el silencio absoluto que el sacerdote está obligado a guardar sobre los pecados escuchados en la confesión. La misericordia de Dios nos saca del pecado porque Él quiere que luchemos contra el egoísmo y el mal, buscándolo siempre, a través de su hijo Jesús. La misericordia de Dios hace posible superar por parte del ser humano esa ruptura de infidelidad y desamor, llevándonos a lo que llamamos la conversión del pecado. La conversión, entonces, es un camino lento de cambio, pero no de cualquier cambio sino de uno que llegue hasta la raíz del mal que le ha hecho perder el camino. El camino de conversión es la divina iniciativa de misericordia, Dios es siempre el primero en darnos la mano. Para que la conversión sea posible se necesita que el hombre reconozca que es pecador, la actitud lleva de hecho a buscar a Dios y a humillarse delante de Él, por eso la conversión nos lleva a cambiar de rumbo, a echar marcha atrás, como lo hizo el hijo pródigo que se puso en camino a la reconciliación. El camino de la reconciliación es un encuentro de amor con Jesús vivo, que vive sanándonos y dándonos vida y esperanza. La reconciliación es la fiesta del regreso, del cambio, del perdón, es la fiesta donde celebramos la misericordia de Dios, de quienes, impulsados por su amor, quieren volver para vivir en comunión con Dios y los hermanos. Es cuando Dios entra en la vida del ser humano, haciéndolo discípulo de Jesús y llevándolo así a experimentar el gran amor del Padre. El camino de conversión y reconciliación no es solo personal sino social y comunitario, porque así como el pecado afecta a los otros, mi deseo de ser mejor ayuda a los otros. Dios Padre nos invita continuamente a vivir el proceso de conversión. De igual modo, su hijo Jesús

127


manifiesta su bondad y misericordia: “porque el Hijo del Hombre vino a buscar y salvar lo perdido” (Lucas 19,10). Y con gran alegría declara su misericordia cuando dice: “de la misma manera habrá más fiesta en el cielo por un pecador que se arrepienta que por noventa y nueve justos que no necesiten arrepentirse (Lucas 15:7). Efectos del sacramento de la penitencia: conduce a la reconciliación con Dios y con la Iglesia, es la recuperación del estado de gracia, la paz, la serenidad de conciencia y el consuelo del espíritu. Para recibir este sacramento se deben 11 seguir cinco pasos, y así obtener un encuentro con el Padre Dios: Reconoce su falta de amor con el Padre (Reflexionar)

Examen de conciencia (mira dentro de sí mismo el mal que ha hecho)

Siente dolor por haber rechazado el amor de Dios (Arrepentimiento

Contrición de corazón (querer cambiar)

Decide volver al encuentro con Dios (se hace un propósito)

Propósito de enmienda (abrir el corazón al amor de Dios y de los hermanos)

Reconoce su pecado delante de Dios y de los hermanos (Actúa)

Confesión de boca (confesar los pecados al sacerdote)

Empieza una nueva vida junto a Dios Padre (Se Compromete)

Satisfacción de obra (cumplir la penitencia)

Cuando el hombre se arrepiente y confiesa sus errores, el Padre Dios lo recibe con una fiesta como signo de una nueva vida que comienza. Los elementos esenciales de la reconciliación son dos: c

*Los actos que lleva a cabo el hombre, que se convierte bajo la acción del Espíritu Santo *La absolución del sacerdote que concede el perdón en el nombre de Cristo. 11GUTIÉRREZ, María Oliva y VALERO, Yolanda. Discípulos y Misioneros en Comunión con Cristo. Guía del Catequista.

Diócesis de Zipaquirá. Bogotá. 2007. Pág. 137

128


Escuchemos a Dios: Lucas 15,11 ‐ 32 ACTIVIDADES Actividad 1: Sociodrama A partir de la historia descrita a continuación, los niños realizarán un sociodrama y al terminar responderán unas preguntas: HISTORIA Víctor Manuel y Andrés La madre de estos niños, al salir un día para el comercio, pide a sus hijos Víctor Manuel y Andrés que permanezcan en casa, la cuiden con responsabilidad y no vayan a pelear. Al rato Víctor Manuel sale de casa para ir a jugar, luego regresa y saca dinero del que dejó su mamá; éste le pega a Andrés por llamarle la atención para que no cometa ese error. Al regreso de mamá, Víctor dice que permanecieron en casa, que se portaron bien y que incluso estudiaron. Cuando su mamá se da cuenta de la verdad, le pregunta a Andrés sobre lo sucedido y éste responde con la verdad, por lo que Víctor Manuel le pega nuevamente y lo trata mal. La madre de ambos se pone muy triste y amonesta a Víctor por su mal comportamiento. Éste se retira rabioso y refunfuñando. Al rato recapacita y se presenta a pedirle perdón a su mamá, la cual le perdona diciéndole que se reconcilie con su hermanito y le pida perdón a Dios. Preguntas: * ¿Qué te llamó la atención de la historia que dramatizaron? * ¿Cómo se sintieron los niños que hicieron el socio‐drama? ¿Y por qué? * ¿Cuál es la preocupación de la mamá? * ¿Qué errores cometió Víctor? * ¿Han vivido ustedes situaciones semejantes? * ¿Compártenos alguna de tus experiencias. * ¿Qué hizo cambiar a Víctor? Finalidad:aprender a perdonar como Dios nos perdona.

129


Actividad 2: Tenga a la mano un vaso de cristal con agua limpia. Consiga un poquito de anilina de color rojo y un poquito de cloro. Empiece diciendo lo importante que es perdonar a otros y sentirnos perdonados. Muestre el vaso con agua y exprese que es mejor tener nuestra vida limpia como el agua que están viendo. Pero cuando tenemos pecados que no han sido perdonados (ponga la anilina, y el agua se transformará en color), nuestra vida se ve así (muéstreles el vaso). Diga que Dios quiere que nosotros aprendamos a perdonar; cuando perdonamos, nuestra vida está limpia y agradable delante de Dios (ponga unas gotitas de cloro y el agua se hará transparente nuevamente). Cuando Jesús perdona nuestros pecados, nuestro corazón se limpia y queda transparente, limpio y blanco delante de Dios. Actividad 3: (Ver anexo 11) PARA APRENDER:

Acto de Contricción Jesús, mi señor y redentor, yo me arrepiento de todos los pecados que he cometido hasta hoy, y me pesa de todo corazón porque con ellos he ofendido a un Dios tan bueno. Propongo firmemente no volver a pecar y confío en que, por tu infinita misericordia, me has de conceder el perdón de mis culpas, y me has de llevar a la vida eterna. Amén.

130


CANCIÓN: RENUÉVAME Renuévame, Señor Jesús, ya no quiero ser igual; renuévame, Señor Jesús, pon en mí tu corazón. Porque todo lo que hay dentro de mi necesita ser cambiado, Señor, porque todo lo que hay dentro de mi corazón necesita más de ti. Renuévame, Señor Jesús, ya no quiero ser igual; renuévame, Señor Jesús, pon en mí tu corazón. Compromiso: Reconocer mis cualidades y las de los demás, y estar dispuesto a perdonarme y a perdonar. Confesar los pecados al sacerdote cuando nos sentimos alejados de Dios, para estar en gracia al recibir la comunión.

¿Cuáles son las actitudes del hombre nuevo, reconciliado con Dios? La Biblia nos dice que es un hombre “compasivo, bondadoso, humilde, paciente, que sabe perdonar y lleno de amor”

131


ESTAMOS DE FIESTA CON JESÚS

Capítulo 22 EUCARISTÍA, FIESTA DE LA COMUNIDAD


OBJETIVOS: *Comprender el origen y significado de la Eucaristía *Vivir la alegría de la Eucaristía *Compartir esta alegría con la comunidad ORACIÓN: Gracias, Señor, por tu amor grande y misericordioso al reunirnos en el banquete eucarístico, donde compartimos tu cuerpo y tu sangre, ayúdanos a vivir este gran encuentro con un corazón dispuesto a perdonar y continuar esta gran fiesta con mis hermanos. AMEN TEMA: La Eucaristía ( ANEXO 5) La Eucaristía es el pacto de alianza que en la persona de Jesús se ofrece para poder caminar fortalecidos con el anhelo de estar y de permanecer en Dios. La Eucaristía es la entrega de Jesús por nosotros para compartir y entregarnos a Dios de todo corazón hasta llegar a ser uno con Él. Por eso le llamamos también Comunión porque en la palabra común ‐ unión estamos expresando justamente esta misteriosa manera de ser incorporados en Dios, siendo uno con Él, gracias a la obra que el Espíritu ha derramado en nosotros en el don del Bautismo y que en la Eucaristía actúa y opera, también conduciéndonos a esa unidad de manera sacramental, significativa y eficazmente por la gracia de Dios. En la última cena, la noche en que fue entregado Jesús, instituyó el sacrificio eucarístico. ¿Por qué le decimos “Sacrificio Eucarístico”? Porque se hace presente el mismo sacrificio de Cristo en la cruz. En la Eucaristía lo llamamos sacrificio“incruento” porque no hay derramamiento de sangre. Es la actualización del Misterio Pascual de la muerte y resurrección de Cristo. Él nos entregó el Sacramento de su cuerpo y su sangre, cuando dijo: “haced esto en memoria mía”. Este es el gran regalo que nos dejó. Los cristianos nos reunimos especialmente los domingos para celebrar la Eucaristía (Lucas 22:19). Este don maravilloso del que el Concilio Vaticano II dice “es la fuente y la cima de toda la vida cristiana”. Es decir, toda la vida del cristiano, todo el vivir como cristiano, brota desde este Sacramento, como desde su propia fuente. Sólo se puede vivir cristianamente unido al misterio eucarístico. 133


La comida nos une: 12 Las comidas suelen ser el centro de las celebraciones de aquellos acontecimientos que para nosotros son más importantes, como cumpleaños, bodas, Navidad...,momentos todos ellos, en los que además de comida, compartimos ilusión, anécdotas, recuerdos... Los cristianos, como una familia más, también acostumbramos reunirnos. En estas reuniones, es decir, en la celebración de la Eucaristía, tenemos presente a Jesús. De esta manera, al sentirnos tan cerca de él, percibimos que nos une y nos fortalece.

Eucaristía significa “Acción de gracias”. En esta celebración todos los cristianos se reúnen para dar gracias a Dios y para unirse a Jesús resucitado, repitiendo lo que Él hizo en la última cena. Así como sus apóstoles lo escucharon entonces, también ahora los cristianos lo escuchamos, a través de la lectura de la palabra. A lo largo de la celebración, el sacerdote repite las palabras de Jesús y lo hace presente a través del pan y el vino consagrados. Los bautizados, discípulos de Jesús tienen como compromiso participar plenamente en la Eucaristía, especialmente el día domingo, “Día del Señor” (Hechos 20,7). Jesús come con sus amigos (Última cena) 13 Jesús y sus amigos viajaron todo el día por las calles sucias para llegar al pueblo Jerusalén. Mucha gente estaba viajando hacia allá para celebrar una festividad especial que se llama la Pascua. Después del anochecer, Jesús y sus amigos se sentaron mientras comían. La cena que ellos prepararon era diferente a cualquier otra cena que comemos en una festividad. En la fe cristiana, La Última Cena fue la última ocasión en la que Jesús de Nazaret se reunió con sus discípulos para compartir el pan y el vino antes de su muerte.

12 13

http://recurreli.blogspot.com/2009/02/sacramento‐de‐la‐eucaristia.html http://ministerioinfantil.com/index/index.php?option=com_rokdownloads&view=folder&Itemid=71 http://ciberaulareligion.blogspot.com/2012/05/la‐eucaristia.html


Se considera para la iglesia católica que es el momento en que se instituye la Eucaristía (Marcos 14:12 y Lucas 22:7). La cena es considerada por la mayoría de los teólogos como Cena de Pascua celebrada en la noche del jueves santo antes de la crucifixión de Cristo. PASCUA JUDÍA Y CRISTIANA * La pascua cristiana: La Pascua de Resurrección o Pascua Florida es la celebración cristiana que conmemora la resurrección de Jesucristo. La fecha de celebración varía entre el 22 de marzo y el 25 de abril ya que tiene lugar el domingo siguiente a la primera luna llena de primavera del hemisferio norte. Los primeros cristianos ‐que eran judíos‐ celebraban la Pascua de Resurrección a la par cronológica que la Pascua judía, quitándole los elementos hebreos. Pero dejaron el carácter móvil de la fiesta recordando que Cristo resucitó en la Pascua hebrea. Esta fiesta de la Resurrección determina el calendario móvil de otras fiestas: la Ascensión se celebra a los 40 días después de la Resurrección, y 10 días después de la Ascensión, se celebra Pentecostés. La semana anterior a la Pascua de Resurrección es la SEMANA SANTA, que comienza con el Domingo de Ramos (que conmemora la entrada triunfal de Jesús en Jerusalén). La Octava de Pascua (popularmente conocida como semana de Pascua) es la semana que sucede a este Domingo de Pascua (o Domingo de Resurrección). El tiempo pascual designa, en la liturgia católica, las semanas que van desde el Domingo de Resurrección hasta el de Pentecostés. A veces el nombre de Pascua se ha extendido a otras celebraciones cristianas como Navidad y Pentecostés.

135


* La pascua judía o fiesta del paso: Los judíos celebran la Pascua (Pésaj), para conmemorar su escape del cautiverio de manos de los egipcios (aproximadamente en 1250 a.C). La Pascua judía se origina en la historia contada en la Torá, en la que Yahvé mató a todos los primogénitos de los egipcios. Esta era la última de las plagas enviadas por Dios en contra del Faraón de Egipto y su pueblo por su negativa de liberar a los hijos de Israel. Dios ordenó a Moisés, líder de los hebreos, lo siguiente: “Escogerán un cordero(...),tomarán su sangre para untar los postes y la parte superior de sus puertas. Lo comerán todo asado, con su cabeza y sus entrañas, con panes sin levadura.(...) Yo recorreré Egipto y daré muerte a todos los primogénitos de los egipcios y de sus animales.(...) Al ver la sangre del cordero pasaré de largo de vuestras casas.” Éxodo12.4‐20. Los sacerdotes judíos se acogen fielmente a lo exigido por la Torá. El pan no fermentado recuerda la salida apresurada en que faltó tiempo para hacer fermentar el pan. Esto debe cumplirse durante los 7 días anteriores a la Pascua. La Pascua se relaciona también con el "paso" del Mar Rojo que según la Biblia sucedió inmediatamente después de la salida de los esclavos judíos de Egipto (Éxodo 14.5‐3). .

Escuchemos a Dios: Marcos 14:12 ‐16

136


ACTIVIDAD: Gran Banquete En compañía de los niños se preparará un gran banquete, donde los niños decorarán el salón y la mesa para la ocasión. El facilitador llevará pan y gaseosa que simbolizarán el pan y el vino de la cena, además ambientará una gran fiesta (bombas, serpentinas, aleluyas, dulces) Finalidad: Que los niños entiendan la grandeza de la Eucaristía como Fiesta de Fraternidad y comunión. PARA APRENDER: VEN ESPÍRITU SANTO

Oh, Dios, que llenaste los corazones de tus fieles con la luz del Espíritu Santo; concédenos que, guiados por el mismo Espíritu, sintamos con rectitud y gocemos siempre de tu consuelo. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

Ven, Espíritu Santo, Llena los corazones de tus fieles y enciende en ellos el fuego de tu amor. Envía, Señor, tu Espíritu, que renueve la faz de la tierra.

OH, SEÑORA MIA; OH, MADRE MÍA Oh, señora mía; oh, madre mía, yo me ofrezco enteramente a tí. En prueba de mi filial afecto te consagro en este día, mis ojos, mis oídos, mi lengua, mi corazón, en una palabra, todo mi ser. Ya que soy todo tuyo, oh madre de bondad, guárdame y defiéndeme como cosa y posesión tuya. Amén. CANCIÓN: ESTAMOS DE FIESTA Estamos de fiesta con Jesús. Al cielo queremos ir. Estamos reunidos en la mesa y es Cristo quien va a servir. Poderoso es nuestro Dios, poderoso es nuestro Dios.(bis) Él sana, Él salva, poderoso es nuestro Dios. Bautiza y limpia, poderoso es nuestro Dios; poderoso es nuestro Dios, poderoso es nuestro Dios.(bis) Estamos alegres con Jesús, amigo no hay mejor, su vida y las nuestras van unidas, cantemos al Creador. 137


EUCARISTÍA, MILAGRO DE AMOR para caminar a la gran liberación.

Eucaristía, milagro de amor; Eucaristía, presencia del Señor. (2)

Cuando comulgamos nos unimos al Señor, formamos todos juntos la familia del amor.

Cristo nos dice tomen y coman este es mi cuerpo que ha sido entregado. Cristo en persona nos viene a liberar de nuestro egoísmo y la división fatal.

En la familia de todos los cristianos Cristo quiere unirnos en la paz y en el amor.

¡Oh, gran invento de Cristo, sabio y bueno, para alimentarnos con su Sangre y con su Cuerpo!

Palabra hecha pan, que nutre la confianza en la promesa de que Tú estás con nosotros.

Con este Pan tenemos vida eterna, Cristo nos invita a la gran resurrección.

Pan que nos da entusiasmo y valentía para predicar tu Evangelio a todo el mundo.

Este alimento renueva nuestras fuerzas Compromiso: No faltar los domingos a la Eucaristía, además concientizarnos de que esta gran fiesta debe permanecer durante toda la semana con mi familia y todos los que me rodean.

138


PARTES DE LA EUCARISTÍA Rito inicial: Canto Saludo Rito penitencial Gloria Oración colecta Liturgia de la palabra Lecturas Salmo Evangelio Homilía Credo y oración de los fieles Liturgia de la Eucaristía Presentación de ofrendas Plegaria Eucarística Prefacio, Alabanza a Dios Epíclesis (invocación Espíritu Santo) Consagración Pan y vino se trasforman en el cuerpo y sangre de Jesús Ofrecimiento a Dios Padre de Cristo víctima Doxología: Al Padre con Cristo. Padrenuestro La Paz Fracción del pan Comunión Rito de despedida Oración final Despedida y envío

De pie De pie, yo pecador Cantamos de pie De pie

Sentados, escuchando con atención De pie cantamos (Aleluya y escuchamos) Sentados De pie y rezando

Sentados, cantando o en silencio De pie De pie, canta Santo De Pie

De rodillas en adoración

De pie con el Amén De pie, rezando De pie, saludando De pie, rezando En procesión, cantando De pie con el Amén Cantando

Ilustración de http://blog.cancaonova.com/amigosdoceu/2013/03/27/jesus‐morreu‐na‐cruz‐para‐nos‐salvar/

139


Capítulo 23

SIGNOS DE LA EUCARISTÍA


OBJETIVOS: *Conocer los signos que se utilizan para la Eucaristía. *Saber porqué el sacerdote utiliza diferentes colores en su vestuario para la celebración Eucarística. *Como utilizar los objetos litúrgicos. ORACIÓN: Señor Jesús, gracias por dejarnos la fiesta de la Eucaristía, ayúdanos a conocer y respetar los signos litúrgicos, que nos proporcionan diferenciar las celebraciones con dignidad y respeto. Amén. Nota: este tema, por ser tan importante, parece ser extenso, pero es necesario para la comprensión de la Eucaristía como alimento espiritual y como vivencia de la muerte y resurrección de Jesús, por lo tanto usted podrá desarrollarlo en 2 ó 3 sesiones, o en las que considere necesarias para su total desarrollo. TEMA: Signos de la Eucaristía * Eucaristía: Acción de gracias por las obras de Dios como la creación, la redención y la santificación. * Banquete del Señor: cena que celebró Jesús con sus discípulos antes de su pasión. * Fracción del pan: Gesto con el que Jesús bendijo el pan y distribuyó a sus discípulos para que todos comieran y por el que fue reconocido después de su resurrección. * Santo Sacrificio: Único sacrificio de Cristo que incluye la ofrenda y el sacrificio de la Iglesia. * Santa Misa: Misterio de salvación que termina con el envío de los fieles para construir el Reino de Dios en nuestra vida diaria. * Comunión: Sacramento que nos une a Cristo y nos hace partícipes de su cuerpo y de su sangre para formar un solo cuerpo.

141


* Santísimo sacramento: Sacramento de los sacramentos, con este nombre se conocen las especies eucarísticas guardadas en el sagrario (ver Catecismo de la Iglesia Católica 1328 SS). * Altar: Mesa donde celebramos la comunión porque en ella está Cristo presente *El pan y el vino: Son el centro de la celebración eucarística que por la Palabra de Cristo y la invocación del Espíritu Santo se convierten en el Cuerpo y en la Sangre de Cristo. Pan como recuerdo de las ofrendas de pueblo de Israel y agradecimiento a Dios por la creación y el maná que sirvió de comida sobre su recorrido por el desierto. El signo del agua convertida en vino en Caná que anuncia el cumplimiento del banquete celestial, del vino nuevo convertido en la sangre de Cristo (ver Catecismo de la Iglesia Católica 1333 ‐ 1336 Ornamentos utilizados en la Eucaristía: *Amito: signo de la moderación de la palabra *Alba: signo de pureza *Cíngulo: símbolo de castidad *Casulla: signo de caridad y yugo a Cristo *Estola: símbolo de autoridad *Sotana: signo de vida Colores Litúrgicos: Las acciones litúrgicas (en particular la misa) de cada día se celebran con ornamentos de diversos colores: blanco, morado, verde, rojo y otros. La diversidad de colores en los ornamentos tiene por objeto expresar con más eficacia, también en el exterior, la particularidad de la celebración de cada misterio de la fe, y el sentido de la vida cristiana, que progresa en el curso del año litúrgico. Significado de los colores: * El color blanco expresa alegría y pureza. Por eso se usa en los oficios y Misas del Tiempo Pascual y de Navidad; en las fiestas o conmemoraciones del Señor que no se refieran al misterio de su Pasión; en las fiestas y conmemoraciones de la santísima Virgen María, de los Santos Ángeles, y de Santos no Mártires; en las fiestas de Todos los Santos (1°de noviembre), san Juan Bautista (24 de junio), San Juan Evangelista (27 de diciembre), Cátedra de San Pedro (22 de febrero) y la Conversión de San Pablo (25 de enero).

142


* El color rojo es el color de la sangre y del fuego. Por eso se usa el Domingo de Pasión y el Viernes Santo, en la fiesta de Pentecostés, en las fiestas de la Pasión del Señor, en las fiestas de los Apóstoles y Evangelistas, y en las fiestas de los santos Mártires. * El color verde se usa en los oficios y Misas del «ciclo anual», tiempo ordinario. * El color morado es signo de penitencia y austeridad; se usa en el tiempo de Adviento y de Cuaresma. También puede usarse en los Oficios y Misas de difuntos. * El color rosado (un morado "suavizado", menos intenso) puede usarse en los domingos Gaudete (III de Adviento) y Laetare (IV de Cuaresma). 14

OBJETOS LITÚRGICOS ACETRE: Caldero de agua bendita que se usa para las aspersiones litúrgicas. El agua se recoge del acetre y se dispersa con el hisopo.

HISOPO: Utensilio con que se esparce el agua bendita, consistente en un mango que lleva en su extremo un manojo de cerdas o una bola metálica hueca y agujereada para sostener el agua. Se usa con el acetre CÁLIZ: Taza, copa, vasija donde se bebe. Recipiente en forma de copa con ancha apertura. En la Liturgia cristiana, el cáliz es el vaso sagrado por excelencia, indispensable para el sacrificio de la Santa Misa ya que debe contener el vino que se convierte en la Sangre Preciosísima de Cristo. El cáliz nos recuerda ciertos pasajes bíblicos en los cuales Jesús asocia a sí mismo y de una nueva manera, el uso de una copa: los discípulos “tomarán de la copa que Jesús tomará” (Marcos 10: 38). En la Última Cena, la copa contenía vino que “es Su Sangre”, y en Getsemaní Jesús ora para que si es posible, se aparte de él “la copa” (Lucas 22:42). Su forma, materia y estilo han variado mucho en el curso de la historia. Los cálices solían ser de oro y tenían a veces un valor extraordinario. Deben ser, preferiblemente de metales preciosos. No puede ser hecho de ningún material que absorba líquidos. El pie o soporte puede ser de otra materia. El Cáliz debe dedicarse exclusiva y definitivamente para el uso sagrado en la Santa Misa. 14 http://www.corazones.org/biblia_y_liturgia/liturgia/objetos_liturgicos/a_objetos_liturgicos.htm

143


PALIA: Lienzo para cubrir el cáliz.

PATENA: Plato redondo donde se pone la Sagrada Hostia. Debe ser de metal precioso como el cáliz y también debe ser dedicado exclusiva y definitivamente para el uso en la Santa Misa. COPÓN: Vaso con tapa en que se conservan las sagradas hostias para poder llevarlas a los enfermos y emplearla en las ceremonias de culto. En la actualidad, los copones suelen ser de menos estatura que los cálices para distinguirlos de éstos.

CORPORAL: Pieza cuadrada de tela sobre la que descansa la Eucaristía. Sobre ella se pone la patena y el cáliz durante la Misa. Antiguamente la sagrada hostia descansaba directamente sobre el corporal desde el ofertorio hasta la fracción. También se pone debajo de la custodia durante la exposición del Santísimo. Debe de ser de lino o cánamoy no de otro tejido. No debe llevar bordado más que una pequeña cruz. Para guardarlo debe doblarse en nueve cuadrados iguales. PURIFICADOR: Pequeño lienzo que utiliza el sacerdote en la Misa para purificar el cáliz. VINAJERAS: Las vasijas para el vino y el agua que se usan en la Santa Misa. Generalmente son de cristal y se colocan en una bandeja pequeña. Es permitido que sean de otro material (bronce, plata, oro e incluso de cerámica bien sellada) siempre y cuando puedan dignamente contener los líquidos. Las vinajeras junto con las hostias no consagradas pueden ser llevadas en procesión por dos fieles y presentadas al sacerdote durante el Ofertorio. CRISMERA: Vaso o ampolla donde se guarda el crisma. (aceite bendito)

144


CUSTODIA (ostensorio): Recipiente sagrado donde se pone la Eucaristía de manera que se pueda ver para la adoración. También se l e l l a m a o ste n s o r i u m , d e l l at í n o ste n d e re , m o st ra r. Hay gran variedad de tamaños y estilos. Generalmente alrededor de la Eucaristía se representan rayos que simbolizan las gracias conferidas a los que adoran. INCIENSO: Resinas aromáticas, en forma granulada o en polvo, que se queman en el incensario durante algunas liturgias. Su humo tiene fragancia. Cuando se bendicen son un sacramental. Quemar incienso significa celo y fervor; su fragancia, virtud; el humo que se eleva, las oraciones que ascienden al cielo. Se usa en la Misa para el libro de los Evangelios, el altar, el pueblo de Dios, los ministros y el pan y el vino. Se usa también en la bendición con el Santísimo, en procesiones.

INCENSARIO: Utensilio para incensar en las ceremonias litúrgicas.

NAVETA: Recipiente, muchas veces en forma de pequeña nave, para el incienso que se utiliza en las ceremonias. LIBROS: Los libros de la liturgia son el misal y el leccionario LECCIONARIO: Libro que contiene las lecturas de las Sagradas Escrituras organizadas según se utilizan en la Santa Misa: Un ciclo de tres años para los domingos y fiestas solemnes; un ciclo de dos años para los días de semana y un ciclo de un año para las fiestas de los santos. Contiene además, lecturas para una variedad de misas, como para fiestas de pastores, doctores, vírgenes, etc. MISAL: Contiene las oraciones de la Santa Misa. El sacerdote lo tiene sobre el altar.

Escuchemos a Dios: Éxodo 25:8 y SS

145


ACTIVIDADES Actividad 1: Visitando el Templo Haz un recorrido con los niños por el templo y enséñales los objetos litúrgicos. Finalidad: Conocer los objetos litúrgicos. Actividad 2: Dibujando Entregar a cada niño una hoja y lápiz (colores), para que cada niño y niña, realicen un dibujo del objeto litúrgico que le llama la atención y que explique por qué. Finalidad: Reforzar su conocimiento de los objetos litúrgicos. PARA APRENDER:

ORACIÓN DE ENTREGA Tomad, Señor, y recibid toda mi libertad, mi memoria, mi entendimiento y toda mi voluntad; todo mi haber y mi poseer. Vos me disteis, a Vos, Señor, lo torno. Todo es Vuestro: disponed de ello según Vuestra Voluntad. Dadme Vuestro Amor y Gracia, que éstas me bastan. Amén.

146


CANCIÓN: ALEGRE LA MAÑANA QUE NOS HABLA DE TI Alegre la mañana que nos habla de ti, alegre la mañana, Alegre la mañana que nos habla de ti, alegre la mañana En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu, salimos de noche y entrenamos la aurora, saludamos con gozo la luz que nos llega, resucitada y resucitadora. Alegre la mañana que nos habla de ti, alegre la mañana, Alegre la mañana que nos habla de ti, alegre la mañana

Compromiso: Respetar y enseñar a la familia a cerca de los signos sagrados

xx 147


Capítulo 24 JESÚS ESTÁ PRESENTE EN EL SAGRARIO


OBJETIVOS: * Entender que la comunión nos permite vivir en fraternidad. * Comulgar para unirme a Jesús. * Compartir con mis hermanos el espíritu de fraternidad que nos da la comunión, siguiendo el ejemplo de María. ORACIÓN: Jesús de Nazareth, gracias por tu entrega en la muerte y resurrección, en la que nos enseñas a amar, a comprender y a vivir como verdaderos hermanos tuyos, líbranos de todos aquellos pecados que nos separan de Dios. Que al recibir el pan y el vino convertidos en tu cuerpo y tu sangre, nos alimente y disponga nuestro corazón para conocerte y amarte. Amén. TEMA: La Comunión es uno de los siete sacramentos de la Iglesia Católica, y uno de los tres sacramentos de iniciación a la vida cristiana junto al bautismo y a la confirmación. En la primera comunión, luego de cierta preparación llamada catequesis en la que se estudia el catecismo, es posible tomar por primera vez la hostia y el vino, los cuales (para quienes profesan la religión católica) no simbolizan, sino que son el Cuerpo y la sangre de Cristo. Esta presencia real del cuerpo y la sangre de Cristo en el pan y el vino es lo que en la Iglesia Católica se denomina Transubstanciación. Este sacramento fue establecido por Jesús durante la última cena, quien en compañía de sus discípulos tomó el pan y el vino y dijo: “Yo soy el pan vivo bajado del cielo. Quien coma de este pan vivirá siempre. El pan que yo doy para la vida del mundo es mi carne" (Jn.6: 51). En el antiguo testamento Dios alimentó al pueblo de Israel por medio de Moisés (maná), alimento temporal, mientras que el de Jesús nos da vida eterna y nos lleva a recordar su sacrificio en la cruz por amor a nosotros. Como la última cena del Señor estaba íntimamente ligada al sentido mismo de la Eucaristía, es decir, a la unión y la solidaridad, el pan y el vino consagrados recuerdan y actualizan la presencia de Jesús que se entrega especialmente a los pobres, a los marginados, a los pecadores, en general al resto de la comunidad, que culmina con la muerte en la cruz y la resurrección. Es por esto, que el cuerpo eucarístico de Jesús no es simplemente un cuerpo muerto y resucitado presente 149


en el pan y el vino. Es toda la comunidad de creyentes que queda transformada en el cuerpo de Cristo; por eso, el Apóstol Pablo, es muy duro al decir que el que coma y beba de la copa del Señor indignamente se come su propia condenación, al despreciar “el cuerpo” de Cristo en sus miembros más débiles, oprimidos y marginados (1Corintios 11: 27– 30). Pablo invita al compromiso por la justicia y la liberación, no como exigencia suya, sino que debe surgir de las mismas entrañas del ser cristiano, que pertenece al “cuerpo” del que dio la vida por la liberación de todos. Este compromiso es la gran misión de la Iglesia como cuerpo de Cristo. “El mandamiento de Jesús de repetir sus gestos y sus palabras "hasta que venga" (1 Co 11,26), no exige solamente acordarse de Jesús y de lo que hizo. Requiere la celebración litúrgica por los Apóstoles y los sucesores del memorial de Cristo, de su vida, de su muerte, de su resurrección y de su intercesión junto al Padre” (Catecismo de la Iglesia Católica, 1341). Por lo general, el sacramento de la comunión se realiza cuando aún se es niño, alrededor de los 10 u 11 años de edad, siendo necesario haber realizado los dos sacramentos previos, el bautismo y la confesión. Esta última también se realiza por primera vez poco tiempo antes de recibir la primera comunión. Cuando se realiza este sacramento, se celebra una misa solemne. En otras palabras, se trata de una Eucaristía especial que ha sido preparada en forma particular para aquellos quienes recibirán el cuerpo y la sangre de Cristo por primera vez. Además durante esta ceremonia se renuevan los votos bautismales.

150


Pregunta de una niña al Papa sobre la comunión: “‐‐Ana: Querido Papa, ¿nos puedes explicar qué quería decir Jesús cuando dijo a la gente que lo seguía: "Yo soy el pan de vida"? ‐‐Benedicto XVI: En este caso, quizá debemos aclarar ante todo qué es el pan. Hoy nuestra comida es refinada, con gran diversidad de alimentos, pero en las situaciones más simples el pan es el fundamento de la alimentación, y si Jesús se llama el pan de vida, el pan es, digamos, la sigla, un resumen de todo el alimento. Y como necesitamos alimentar nuestro cuerpo para vivir, así también nuestro espíritu, nuestra alma, nuestra voluntad necesita alimentarse. Nosotros, como personas humanas, no sólo tenemos un cuerpo sino también un alma; somos personas que pensamos, con una voluntad, una inteligencia, y debemos alimentar también el espíritu, el alma, para que pueda madurar, para que pueda llegar realmente a su plenitud. Así pues, si Jesús dice "yo soy el pan de vida", quiere decir que Jesús mismo es este alimento de nuestra alma, del hombre interior, que necesitamos, porque también el alma debe alimentarse. Y no bastan las cosas técnicas, aunque sean importantes. Necesitamos precisamente esta amistad con Dios, que nos ayuda a tomar las decisiones correctas. Necesitamos madurar humanamente. En otras palabras, Jesús nos alimenta para llegar a ser realmente personas maduras y para que nuestra vida sea buena. “http://es.catholic.net/celebraciones/117/64/articulo.php?id=2677" Al recibir la comunión debemos hacerlo siempre con un gran respeto y una gran alegría. Jesús escogió el tiempo de la Pascua para realizar lo que había anunciado en Cafarnaúm: dar a sus discípulos su Cuerpo y su Sangre: «Llegó el día de los Ázimos, en el que se había de inmolar el cordero de Pascua; [Jesús] envió a Pedro y a Juan, diciendo: "Id y preparadnos la Pascua para que la comamos"[...] fueron [...] y prepararon la Pascua. Llegada la hora, se puso a la mesa con los Apóstoles; y les dijo: "Con ansia he deseado comer esta Pascua con vosotros antes de padecer; porque os digo que ya no la comeré más hasta que halle su cumplimiento en el Reino de Dios" [...] Y tomó pan, dio gracias, lo partió y se lo dio diciendo: "Esto es mi cuerpo que va a ser entregado por vosotros; haced esto en recuerdo mío". De igual modo, después de cenar, tomó el cáliz, diciendo: "Este cáliz es la Nueva Alianza en mi sangre, que va a ser derramada por vosotros"» (Lc 22,7‐20; cf Mt 26,17‐29; Mc 14,12‐25; 1 Co 11,23‐26).

151


Cuándo podemos comulgar: Cada vez que vamos a la cena del Señor debemos procurar presentarnos limpios y decorosos, tanto externa como internamente para compartir en comunidad y en familia, con alegría a ejemplo de Jesús, que tomó el pan y el vino, lo bendijo y lo repartió. En la mesa de la palabra podemos participar todos, pero en el pan de la Eucaristía, donde vamos a comer el cuerpo y la sangre de Cristo sólo lo pueden hacer las personas que estén sin pecado, en paz con Dios y con los hermanos. “porque el que come indignamente el Cuerpo del Señor come su propia condenación”. Si nosotros comulgamos y seguimos incumpliendo los mandamientos no estamos cumpliendo la voluntad de Dios. Cuando Jesús compartió su cuerpo y su sangre con sus discípulos sus vidas se transformaron. De igual manera, los que nos alimentamos con su cuerpo y con su sangre, nuestra vida, la familia y la comunidad, se transformarán. ¿Por qué comulgamos? La Eucaristía nos debe llevar a comprender el compromiso que exige recibir la comunión. Cuando Jesús entregó su cuerpo a los discípulos les encomendó la misión de ser verdaderos hijos del Padre, hermanos en Jesucristo, es decir, amar como Él nos amó. Recordemos que Él recogió los mandamientos en uno solo: en “el amor a Dios y al prójimo” (Mateo 22, 36). Cuando comulgamos y respondemos “Así sea o Amén”, le estamos diciendo a Jesús que nos comprometemos a hacer lo que Él nos pide para ser sus discípulos y misioneros en comunión con Él y la comunidad. Efectos que produce el recibir la Eucaristía dignamente: * Conserva y aumenta la vida del alma, que es la gracia, como el alimento material mantiene y aumenta la vida del cuerpo. * Perdona los pecados veniales y preserva de los mortales * Debilita nuestras pasiones y, en especial, amortigua las llamas de la concupiscencia.

152


* Acrecienta el fervor de la caridad con Dios y con el prójimo y nos ayuda a obrar conforme a los deseos de Jesucristo. * Nos da una prenda de la futura gloria y de la resurrección de nuestro cuerpo” (Juan Pablo II). Escuchemos a Dios: Juan 6:51 – 58 (mi carne es verdadera comida y mi sangre es verdadera bebida) ACTIVIDAD: Collage Por subgrupos, los niños deberán buscar, recortar y pegar imágenes de revistas y periódicos en una cartulina, donde se plasme el momento de la comunión y el sentido de la misma, como lo entienden los niños. Finalidad: Valorar y reconocer la grandeza de la Eucaristía y la comunión (como cuerpo y sangre de Cristo). PARA APRENDER: ORACIÓN PARA DESPUÉS DE COMULGAR Alma de Cristo, santifícanos. Cuerpo de Cristo, sálvanos Sangre de Cristo, embriáganos. Agua del costado de Cristo, lávanos. Pasión de Cristo, confórtanos. ¡Oh, buen Jesús!, óyenos. Dentro de tus llagas, escóndenos. No permitas que nos apartemos de Ti. Del maligno enemigo, defiéndenos. En la hora de la muerte, llámanos. Y mándanos ir a Ti, para que con tus ángeles y santos te alabemos. Por los siglos de los siglos. Amén CANCIÓN: EL SEÑOR NOS DA SU AMOR 1. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio, / Él conduce nuestros pasos con su fuerza y con su luz. / Al partir juntos el pan Él nos llena de su amor: / es el pan de la amistad, el pan de Dios. Es mi Cuerpo que doy a comer, / es mi Sangre que doy a beber porque Yo soy Vida, Yo soy el amor, / ¡Oh Señor! nos reuniremos en tu amor.

153


2. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio. / Fue un humilde carpintero para los de Nazareth. / Con sus manos trabajó como todos los demás, / conoció los sufrimientos y el dolor. 3. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio, / y su amor era tan grande que en la cruz llegó a morir, / pero más pudo el amor que la muerte y el dolor, / de la tumba resucita vencedor. 4. El Señor nos da su amor como nadie nos lo dio. / Él reúne a sus amigos en la mesa del amor; / al comer del mismo pan, Él nos une en amistad. / Nada puede separarnos de su amor. OH, BUEN JESÚS ¡Oh, Buen Jesús! yo creo firmemente que por mi bien estás en el altar, que das tu cuerpo y sangre juntamente, al alma fiel en celestial manjar. . Indigno soy, confieso avergonzado, de recibir la santa comunión; Jesús, que ves mi nada y mi pecado, prepara tú mi pobre corazón. . Pequé, Señor, ingrato te he vendido; infiel te fui, confieso mi maldad; contrito ya, perdón, Señor, te pido; eres mi Dios, apelo a tu bondad. .

Espero en ti, piadoso Jesús mío; oigo tu voz, que dice: «Ven a mí». Porque eres fiel, por eso en ti confío; todo, Señor, espérolo de ti. . ¡Oh, buen Jesús, Pastor y fino amante!, Mi corazón se abrasa en santo ardor; si te olvidé, hoy juro que, constante, he de vivir tan sólo de tu amor. Dulce maná de celestial comida, gozo y salud del que te come bien, ven sin tardar, mi Dios, mi Luz, mi Vida;

desciende a mí, hasta mi pecho ven.

. Compromiso: Asistir a la Eucaristía con mis compañeros y participar dignamente de la comunión, quienes lo puedan hacer (los que hicieron la primera comunión)

154


Capítulo 25 SACRAMENTO DE LA CONFIRMACIÓN


OBJETIVOS: * Profundizar en los signos de la unción y la imposición de las manos y lo que ello conlleva una vez recibamos el sacramento de la confirmación. * Comprender que en la confirmación se recibe el Espíritu Santo. * Concientizar que, al recibir el Espíritu Santo, somos testigos y misioneros de Cristo. ORACIÓN: Espíritu Santo santifica la Iglesia con tus sacramentos, ilumínanos con tu evangelio y únenos en tu amor para extender el Reino de Dios como verdaderos testigos y discípulos tuyos. Amén. TEMA: 15 ¿QUÉ ES LA CONFIRMACIÓN? Cuando se nace se recibe el BAUTISMO, pero se es tan pequeño que realmente no se entiende lo que está pasando. Con el sacramento de la CONFIRMACIÓN, la persona acepta consciente y voluntariamente la fe de Cristo y la opción por la Iglesia. Esto significa que, cuando se es mayor y se recibe la Confirmación, se reafirma ser católico, como miembro adulto y maduro de la Iglesia, para luchar por la familia. La CONFIRMACIÓN pertenece a los sacramentos de iniciación cristiana, en el que DIOS DA SU ESPÍRITU SANTO. La Confirmación, “Confirma”, refuerza y completa lo que se nos ha dado en los sacramentos anteriores (Bautismo, Confesión y Eucaristía). El Espíritu Santo nos da fuerzas para vivir como verdaderos testigos de Cristo. Difundir y defender el mensaje de Cristo en todas las circunstancias; no es nada fácil. El cristiano es un profeta que anuncia el plan de Dios y denuncia todo lo que se opone al ser humano. El Espíritu Santo quiere reunirnos en una comunidad fraterna y solidaria. En el credo, proclamamos “creemos en el Espíritu Santo Señor y dador de vida, que procede del Padre y del Hijo, y que con el Padre y el Hijo reciben una misma adoración y gloria y que habló por los profetas”. La Iglesia continuamente nos 15 http://www.laverdadcatolica.org/F14.htm

156


recuerda la presencia del Espíritu Santo que Jesús nos ha dejado, para que ella pueda actuar como sacramento de salvación entre los hombres de todos los tiempos. A Jesús lo llamamos Mesías o Cristo, lo que quiere decir el Ungido por el Espíritu de Dios. Jesús, lleno del Espíritu de Dios, nos prometió derramar ese mismo Espíritu en el corazón de todos los que creen en Él: “les conviene que yo me vaya, porque si no me voy, el Defensor no vendrá a ustedes, pero si me voy, se lo mandaré” (Juan 16:7). “Ustedes recibirán la fuerza del Espíritu Santo...” (Hechos 1: 7) y también dice “Yo estaré con ustedes hasta el fin del mundo” Al ser confirmados se recibe el Espíritu Santo, para poder realizar un compromiso con Jesús en la comunidad y en la Iglesia. El Espíritu Santo da unos dones o regalos con los cuales el hombre o la mujer comprenden el gran amor del Padre que lleva a construir una nueva sociedad basada en la verdad, la unidad y la esperanza: 16

DONES DEL ESPÍRITU SANTO SABIDURÍA: le proporciona al hombre conocimiento en las cosas de Dios, y la capacidad de gozarlas y poseerlas, dándole un sentido de eternidad que le hace ver todas las cosas a través de Dios, como por instinto sobrenatural y divino (Proverbios 14: 33). ENTENDIMIENTO: proporciona al hombre un acierto profundo en los grandes misterios de la fe, haciéndoselos vivir con gran intensidad y perfección, moviendo el corazón para dirigirse a Dios. Abre los ojos para poder reconocer y aceptar la presencia de Jesús. CIENCIA: enseña a juzgar rectamente las cosas creadas, viendo en ellas una huella de Dios que pregona su hermosura y bondad inefables. Con él veía San Francisco de Asís al hermano lobo, la hermana flor, la hermana fuente. Es la "ciencia de los santos", que será siempre una locura ante la increíble insensatez del mundo (1 Cor 3,19). 16http://espiritusanto2011.blogspot.com/2011/05/los‐7‐dones‐del‐espiritu‐santo‐y‐su.html

157


CONSEJO: Marca la orientación que debemos seguir en cada caso para entrar en los designios eternos de Dios sobre nosotros (Proverbios 13:14). PIEDAD: Se refiere a la compasión, la clemencia o la misericordia que se tiene hacia algo o alguien. Virtud que inspira por el amor de Dios, ternura, devoción a las cosas santas y por el amor al prójimo, actos de abnegación, misericordia y comprensión. Piedad: Compresión, Amor, Misericordia, Bondad, Servicio, Virtud y Comunión (1 Timoteo 6:11). FORTALEZA: Virtud cardinal que confiere valor para soportar la adversidad y resistir los peligros. La fortaleza, por lo tanto, supone firmeza ante las dificultades y constancia en la búsqueda del bien y de la justicia (Mateo 6:25‐34. 11:28‐30). TEMOR DE DIOS: No es angustia o miedo a Dios, es admitir que Dios es siempre más grande que todo lo que nos podemos imaginar. Es respetar a Dios como nuestro padre y creador, aceptando su plan.

GRACIAS RECIBIDAS EN LA CONFIRMACIÓN 1) Crecen nuestras fuerzas espirituales: a) Igual que les pasó a los apóstoles, se hace más fuerte nuestra fe. b) El sacramento de la confirmación es como un PENTECOSTÉS (efusión del Espíritu) para cada uno de los bautizados. 2) Nos hace soldados de Cristo: a) Somos leales a Cristo nuestro Rey, enseñamos sin miedo a todos que somos católicos. b) Le defendemos cuando alguien habla mal de Él o de su Iglesia. c) Le servimos, tratando de extender su reino de amor entre los hombres. d) Nos hace testigos de la fe. 158


Ser cristiano significa mucho más que tener fe o confianza en Dios. Ser cristiano es creer en Jesucristo: * Conocer la persona, la obra y las enseñanzas de Jesús = intelecto = (VER) * Amar, adherirse a Jesús = (Afecto) = (DECIDIR (SER)) * Vivir, conforme al Evangelio = (Voluntad) = (ACTUAR) ¡LA FE CRISTIANA COMPROMETE A TODA LA PERSONA! 3) Fortalece la amistad con Cristo y su iglesia: Porque por nuestra propia voluntad decidimos formar parte de la Iglesia. El cristianismo no es en absoluto una religión más entre muchas otras. Es el encuentro personal con Cristo, en el que Dios mismo está a nuestro lado. Jesús no solamente nos comunica verdades religiosas, sino que Él mismo es la revelación de Dios, ¡No sólo por lo que dice y hace, sino ante todo por lo que Él es! “Quién me ve a mí, ve al Padre”, dice de sí mismo (Juan 12: 45, 14:9), Jesús es “Dios con nosotros”. El Dios invisible se hace visible en Cristo. Dios se dejó encontrar, ante todo, en Jesús. Cuanto más conozcamos a Jesús, más conoceremos a Dios. REQUISITOS PARA LA CONFIRMACIÓN * El candidato debe estar bautizado * Estar en gracia de Dios * Estar plenamente arrepentido y, si es necesario, confesarse * Haber hecho una preparación adecuada y consciente de la responsabilidad que adquiere al recibir este sacramento. * Los padrinos deben ser cuidadosamente escogidos, católicos que vivan como tal y que ya estén confirmados. El padrino debe hacer cuanto pueda para que su ahijado lleve una vida católica plena. ¿CÓMO SE CELEBRA EL SACRAMENTO DE LA CONFIRMACIÓN? * La CONFIRMACIÓN debe hacerla el SEÑOR OBISPO o un delegado suyo * En la celebración eucarística, el Señor Obispo, a través de los siguientes signos, le dice al confirmado que reciba el Espíritu Santo:

159


SIGNOS DE LA CONFIRMACIÓN

17

* Imposición de manos: Desde los tiempos de Abraham la “imposición de manos”, era un gesto de bendición y un signo de elección divina. Los patriarcas y los profetas lo usaban para consagrar los reyes, dar el don de profetizar y limpiar de la lepra. Así como Jesús, sus apóstoles imponían las manos acompañado de oraciones y trayendo la gracia de “curar enfermos”, instituir diáconos o misioneros y consagrar obispos y sacerdotes. La imposición de manos es un signo de COMUNICACIÓN DEL ESPÍRITU SANTO. En la confirmación, la imposición de manos consagra al cristiano para ser profeta y testigo de Cristo. (Hechos 8:17) “Entonces les imponían las manos, y recibían el Espíritu Santo”. * La unción: “crismación”. El obispo hace la señal de la cruz en la frente del confirmando con aceite del Crisma. El aceite es un símbolo muy antiguo de la PRESENCIA DEL ESPÍRITU SANTO (el Espíritu que cura, conserva e ilumina). La unción visible es el signo de la unción invisible, por la que el Espíritu Santo viene a vivir en el confirmado. Como el aceite penetra con suavidad en el cuerpo, así somos “impregnados” por el Espíritu (1 Samuel 10, 1). * El óleo: Contiene un poco de BÁLSAMO que es un perfume. El óleo significa que nuestro cuerpo es ungido como templo del Espíritu Santo y es preservado para la resurrección, después de la cual nada más se va a corromper (Éxodo 30:30, 32). * La señal de la cruz: Es el signo típico del cristiano. Hacer la señal de la cruz sobre alguna cosa o persona significa que Cristo tiene derechos sobre aquella cosa o persona. Por eso, aquel signo de la cruz dice que somos del grupo de Cristo. También podemos decir que aquella “marca de la cruz imborrable” en la frente del confirmado es una especie de “consagración” de toda su vida. De ahí en adelante pasará a ser el “hombre de la cruz” (1 Corintios 1:21). La CRUZ que se hace sobre la frente es un símbolo poderoso si se entiende de verdad.

Escuchemos a Dios: Gálatas 5:13:26 17WEICHS, Padre Martín. VIVIR CON CRISTO, Curso fundamental de la de católica. Editorial Verbo Divino. 2000. Pág. 108.

160


ACTIVIDAD: Dinámica de los sentidos Materiales: * Dibujo de la silueta de un joven en una cartulina grande. * Dibujos que representen los sentidos (ojos, boca, manos, oídos, nariz) * Láminas o dibujos de los símbolos y las partes del sacramento de la confirmación como por ejemplo: Biblia, eucaristía, incienso, saludo de la paz, imposición de manos, unción con el óleo, obispo ofreciendo la homilía, entre otros * En una pizarra o pared, colocar la silueta y alrededor de ella, los dibujos de los sentidos. * Repartir entre los participantes las láminas de los símbolos y partes del rito del sacramento de la confirmación. * Pedirle que identifiquen el sentido que corresponde a cada lámina Desarrollo: En la celebración utilizamos los cinco sentidos. Oímos la palabra, vemos las acciones, gustamos el pan y el vino, olemos el perfume del incienso, y también entra en funcionamiento nuestro tacto. En esta ocasión vamos a hacer énfasis en el sentido del tacto y en los signos visibles que vamos a experimentar durante el rito de la Confirmación: la Unción y la Imposición de manos. Estas dos expresiones físicas, tanto la imposición de manos como la unción, no es un invento del obispo. Ambas tienen una gran base bíblica y de tradición dentro de la Iglesia. Finalidad: Entender que Dios – que conoce la naturaleza humana – quiso comunicar su gracia de manera sensible para que al hombre le fuera más fácil entender. También Jesucristo quiso utilizar signos sensibles que demostraran la acción invisible del Espíritu Santo, utilizando elementos materiales y comunes a la vida diaria de los hombres. Estos elementos materiales no fueron escogidos arbitrariamente, sino que llevan el significado de lo que desean obtener. Ejemplo: el agua nos hace pensar en limpieza. En el Bautismo se utiliza el agua como señal que limpia de toda mancha de pecado que pudiera existir en el alma y que impide la santificación. PARA APRENDER: Dones del Espíritu Santo: (1ª. Corintios 12:4‐7) * Don de Sabiduría * Don de Entendimiento * Don de Ciencia * Don de Consejo * Don de Piedad * Don de Temor de Dios * Don de Fortaleza

161


ORACIÓN AL ESPÍRITU SANTO Espíritu Santo, te pido: Dame Ciencia, Entendimiento y Sabiduría para estudiar y comprender tu misterio en mi vida. Dame Consejo y Fortaleza para elegir siempre lo bueno y sobrellevar lo malo con fuerza. Dame Piedad y Temor de Dios para ser un buen Testigo de Cristo y llegar a estar junto a vos. ¡ Con tus Dones y tu Amor: Confirma mi Corazón ! CANCIÓN: CANCIÓN DEL TESTIGO Por Ti, mi Dios, cantando voy la alegría de ser tu testigo, Señor. Es fuego tu Palabra que mi boca quemó, mis labios ya son llamas y cenizas mi voz; da miedo proclamarla, pero Tú me dices: “No temas contigo estoy”. Tu Palabra es una carga que mi espalda dobló, es brasa tu mensaje que mi lengua secó. Déjate quemar si quieres alumbrar, “no temas, contigo estoy”. Me mandas que cante con toda mi voz, no sé como cantar tu mensaje de amor; los hombres me preguntan cuál es mi misión, les digo: “Tu testigo soy”.

162


PESCADOR DE HOMBRES

Tú has venido a la orilla, no has buscado a sabios, ni a ricos; tan solo quieres que yo te siga.

Tú, sabes bien lo que quiero, en mi barca no hay oro, ni espadas, tan sólo redes y mi trabajo.

Señor, me has mirado a las ojos, sonriendo has dicho mi nombre; en la arena he dejado mi barca, junto a ti, buscaré otro mar

Señor, me has mirado a las ojos, sonriendo has dicho mi nombre, en la arena he dejado mi barca, junto a ti, buscaré otro mar.

Tú, necesitas mis manos, mis cansancios que a otros descansen; amor que quiero seguir amando

Tú, pescador de otros mares, ansia entera de almas que esperan, amigo bueno, que así me llamas. Señor, me has mirado a las ojos, sonriendo has dicho mi nombre; en la arena he dejado mi barca, junto a ti, buscaré otro mar.

Señor, me has mirado a las ojos, sonriendo has dicho mi nombre; en la arena he dejado mi barca, junto a ti, buscaré otro mar.

Compromiso: ¡Haz el propósito de estudiar y conocer más sobre tu Iglesia! Averigua el nombre del Obispo de tu ciudad

163


Capítulo 26 SACRAMENTO DEL ORDEN SACERDOTAL


OBJETIVOS: *Descubrir que el sacramento del Orden Sacerdotal se recibe para un servicio a la Iglesia. *Entender que el sacerdote es el guía y el buen pastor de la comunidad. *Aprender a servir en la comunidad. ORACIÓN: Querido Jesús: Te damos las gracias porque nos has llamado a ser miembros de tu Iglesia. Te pedimos por quienes, en ella, continúan la misión de los apóstoles: el Papa y los Obispos y por sus inmediatos colaboradores: los sacerdotes y los diáconos. Ilumínalos y fortalécelos para que sigan a Jesús con toda fidelidad y para que nosotros colaboremos con ellos en hacer más visible tu Reino de amor cada día. Amén. TEMA: Jesús, en la última cena, no sólo dejó su testamento: el mandamiento de "amarnos unos a otros como él nos ha amado", sino que realizó un gesto que causó extrañeza a sus discípulos diciendo que eso mismo hicieran unos con otros. En aquel tiempo, los esclavos lavaban los pies a los convidados a comer a una casa. Jesús había convidado a esta cena que sería la última y por lo tanto, los discípulos acudían a esa invitación. En esta cena ocurrieron cosas muy importantes: la institución de la Eucaristía y la institución del Sacerdocio. Jesús, con el gesto de lavar los pies, manifestó cómo debía ser la actitud de todos aquellos que continuaran su misión a través del tiempo: actitud humilde y sencilla para ayudar, consolar, enseñar, dirigir, acompañar... El que ha sido llamado por Jesús y ha recibido el sacramento del Orden: obispo, sacerdote, diácono, nunca puede olvidar que debe repetir con sus hermanos, sobre todo, los más pobres, el gesto de lavar los pies. Jesús, también nos indica que esa actitud de lavar los pies, debe ser la actitud de todo cristiano.

165


Quien ha recibido el sacramento del Orden, tiene un ministerio para servir en nombre de Cristo y representarlo en medio de la comunidad. Los ministros ordenados enseñan, celebran la liturgia y ejercen el gobierno pastoral. Jesús instituyó una única Iglesia en la que los obispos y sus inmediatos colaboradores: los presbíteros y los diáconos, deben estar unidos y así conducir al pueblo de Dios en el tiempo hacia el Reino definitivo (Juan 10: 1, 21). Jesús, a cada uno de nosotros nos llama a una misión dentro de la Iglesia. La misión a la que nos llama es para continuar su obra, a través de la evangelización y la ayuda, en especial a los necesitados. El sacramento del orden sacerdotal está en función del servicio al pueblo de Dios (Marcos 16: 15,18). El señor Jesús hace partícipe a todo su cuerpo místico de la unción del Espíritu Santo con el que él fue ungido, todos tienen parte de la misión en Cristo, todos deben dar testimonio de Él por la fuerza del Espíritu Santo. Los Presbíteros, por la unción del Espíritu Santo, quedan sellados en un carácter particular y así se configuran con Cristo sacerdote para comunicar la verdad del evangelio en la predicación, en la catequesis y el testimonio de su vida, para introducir a los hombres en la iglesia por el bautismo, presidir la Eucaristía, reconciliar a los pecadores con Dios y con la Iglesia en la penitencia (Juan 20:22, 23) para aliviar a los débiles en el sacramento de la unción de los enfermos y para estar presentes en la celebración del sacramento del matrimonio. Escuchamos a Dios: Juan 13, 4‐17. ACTIVIDAD: Conversación con Jesús Cada niño en silencio tendrá unos minutos de oración, reflexión y conversación con Dios, que lo conduce al servicio de la comunidad. Finalidad: Que cada niño esté cada vez más cerca de Dios y de la comunidad 166


PARA APRENDER:

Obras de Misericordia Espirituales: 1. EnseĂąar al que no sabe 2. Dar buen consejo al que lo necesita 3. Corregir a los que se equivocan 4. Perdonar las injurias 5. Consolar a los afligidos 6. Sufrir con paciencia los defectos del prĂłjimo 7. Rogar a Dios por todos los vivos y difuntos

Obras de Misericordia Corporales: 1. Dar de comer al hambriento 2. Dar de beber al sediento 3. Vestir al desnudo 4. Visitar enfermos y presos 5. Dar albergue al peregrino 6. Redimir al cautivo 7. Sepultar a los muertos

167


CANCIÓN: AL ATARDECER DE LA VIDA / Al atardecer de la vida, me examinarán del amor. / (2)

Aunque hablara miles de lenguas, si no tengo amor nada soy. Aunque realizara milagros, si no tengo amor, nada soy. CORO Estrofa leída (no cantada): ‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐ Venid, benditos de mi Padre, tuve hambre y me disteis de comer, estaba solo y me acompañasteis, estaba triste y me alegrasteis, estaba feliz y sonreísteis conmigo. Venid, benditos de mi Padre. ‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐‐

Si ofrecí mi pan al hambriento, si al sediento di de beber, si mis manos fueron sus manos, si en mi hogar les quise acoger. CORO Si ayudé a los necesitados, si en el pobre he visto al Señor, si los tristes y los enfermos, me encontraron en su dolor. CORO

JESÚS AMIGO Hoy te quiero contar, Jesús Amigo, que contigo estoy feliz. Si tengo tu amistad lo tengo todo, pues estás dentro de mí. Después de comulgar me haces como Tú, me llenas con tu paz. En cada pedacito de este Pan, completo estás y así te das. Estas ahí por mí, porque conoces que sin ti pequeño soy; de ahora en adelante nada nos separará, ya lo verás. Te escondes en el pan, y aunque no te puedo ver, Te puedo acompañar; es mi lugar preferido. Hoy quiero comulgar, abrirte mi corazón, así de par en par; eres mi mejor amigo. Dos mil años atrás, a tus amigos invitaste a cenar, y ahí les prometiste que con ellos, por siempre vas a estar. Y ahora cada vez que el Sacerdote eleva el Pan en el altar, me pongo de rodillas, porque sé que en esa Hostia Tú estás. Te escondes en el Pan... Compromiso: Realizar en la casa algún servicio que sea necesario sin que te lo pidan. 168


Capítulo 27

SACRAMENTO DEL MATRIMONIO


OBJETIVOS: * Comprender el significado del sacramento del matrimonio. * Entender que el matrimonio es instaurado por Dios como sacramento. * Fortalecer la vida en familia. ORACIÓN: Papá Dios: te damos gracias por la familia, por los seres que nos quieren, por todo lo bueno y el ejemplo que recibimos de ellos. Te pedimos para que tu amor misericordioso fortalezca nuestra familia, nos mantenga unidos y ayúdanos a descubrir todo lo que nos separe de ti y lo que desuna a nuestra familia. Bendícenos, Amén. TEMA: Dios, creador de todo, quiso que las personas naciéramos como fruto del amor entre un hombre y una mujer y por eso, cuando una pareja: hombre y mujer, desean unir sus vidas y formar una familia feliz, hacen un compromiso, una alianza (pacto con Dios) (Éxodo 24: 7,8). Entre los católicos, el compromiso matrimonial es un sacramento y significa la unión de Cristo con su Iglesia. Esta unión matrimonial tiene como objeto el bien de los que se casan y de los hijos que lleguen. Dios creó al hombre en libertad, pues lo hizo a su imagen y semejanza, y le dio poderes sobre todas las cosas creadas (Génesis 1, 27‐28): “Y creó Dios al hombre a su imagen. A imagen de Dios los creó. Varón y mujer los creo. Dios los bendijo, diciéndoles: "sean fecundos y multiplíquense. Llenen la tierra y sométanla…” Entonces instituye Dios el matrimonio, ‐como fin principal‐ para tener hijos y educarlos; además, para que los esposos se ayuden entre sí: porque "no es bueno que el hombre esté solo, voy a hacerle una ayuda semejante a él" (Génesis 2,18). En consecuencia, el matrimonio es algo sagrado por su misma naturaleza y los esposos son colaboradores de Dios participando del poder divino de dar la vida, al preparar el cuerpo de los nuevos seres en los que Dios infunde el alma creada a su imagen y semejanza, destinados a darle gloria y a gozar de Él en el cielo. El matrimonio es, pues, una elección que hacen dos personas sin impedimentos para vivir unidas en amor de esposos por toda la vida. Un hombre y una mujer que 170


contraen matrimonio dejan sus familias respectivas y forman una nueva con los hijos que vayan llegando. Papá Dios quiere que todas las familias sean felices y, por eso, Él debe estar siempre presente en la vida familiar (Mateo 10,7‐ 8). Cristo y los creyentes unidos en un solo cuerpo que es la Iglesia, de la que Cristo es la cabeza. Pues bien, este “misterio de amor” entre Cristo y la Iglesia, lo ve el apóstol San Pablo representado en la unión matrimonial del esposo y de la esposa (Efesios 5,22‐27). La Iglesia, como una mamá preocupada por sus hijos orienta, aconseja y reprende cuando las cosas no van bien en los matrimonios. También nosotros como miembros de una familia tenemos el deber de colaborar por el bien familiar. Nuestra ayuda debe ser práctica: en hechos, en palabras y en sentimientos. Tenemos que trabajar como misioneros, para que Jesús sea el centro, la luz y la sal de nuestras familias. Es Jesús quien refuerza los lazos de amor a través de la comprensión, del perdón de las ofensas, del valor cuando llega la enfermedad u otra situación difícil. El sacramento del matrimonio es como un sello que Dios pone en el corazón de los que en su nombre, hacen la promesa de vivir unidos toda la vida. EL MATRIMONIO, SACRAMENTO CRISTIANO Jesucristo elevó a la dignidad de sacramento el matrimonio instituido al comienzo de la humanidad. El matrimonio entre cristianos es imagen de la unión de Jesucristo y su esposa la Iglesia. La tradición cristiana ha visto la presencia de Jesús en las bodas de Caná como una confirmación del valor divino del matrimonio (Juan 2,1‐11). Por tanto, entre cristianos, sólo hay un verdadero matrimonio: el que Jesucristo santificó y elevó a la dignidad de sacramento. Por eso, ningún católico puede contraer el llamado "matrimonio civil"; tal unión no sería válida, ya que no tiene más valor que el de una simple ceremonia legal ante el Estado. Entre católicos, sólo es válido el matrimonio‐sacramento contraído en la Iglesia. “LO QUE DIOS UNIÓ, NO LO SEPARE EL HOMBRE” El matrimonio, comunidad de vida y de amor, tiene como propiedades naturales la exclusividad y la perpetuidad. La íntima unión del matrimonio como mutua entrega de dos 171


personas exige a los esposos plena fidelidad y obliga a su firmeza inseparable. Jesús insiste en la fidelidad al pacto del amor (Marcos 10: 6, 12). El matrimonio es un proyecto de amor que implica igualdad en derechos, dignidad y obligaciones, y excluye, por tanto, toda relación de dominio; mientras haya amor habrá matrimonio y habrá corazón para amar y para perdonar. La dignidad de sacramento a la que Jesucristo elevó el matrimonio, reafirma y fortalece su indisolubilidad. Para los bautizados, el matrimonio es sacramento porque significa y prolonga la amorosa, fiel e indisoluble unión de Cristo con la iglesia. A fin de que pueda vivir ante el mundo la calidad de amor perpetuo que Cristo tiene a la Iglesia: amor siempre presente, siempre actuante, siempre fiel y generoso. Escuchamos a Dios: Marcos 10: 6,9 ACTIVIDADES: Actividad 1: Dibujo Los niños realizarán un dibujo de una boda y escribirán un mensaje sobre lo que más le gusto del tema del matrimonio. Finalidad: que los niños le den la verdadera importancia al sacramento del matrimonio. Actividad 2: (Ver anexo 12) PARA APRENDER: ORACIÓN POR LA PAZ, SAN FRANCISCO DE ASÍS Señor, hazme un instrumento de tu paz; donde haya odio, ponga amor; donde hay ofensa, perdón; donde hay duda, fe; donde hay desesperanza, esperanza; donde hay tinieblas, luz; donde hay tristeza, alegría.

172

Oh, Divino Maestro, que no busque yo tanto, ser consolado como consolar, ser comprendido como comprender, ser amado como amar; porque dando se recibe, perdonando se es perdonado, y muriendo a sí mismo, se nace a la vida eterna.


ORACIÓN DE LOS ESPOSOS Señor, nos hiciste el uno para el otro. Te ofrecemos nuestras vidas y nuestro amor. ¡Bendícelos, Señor!

Haz que nuestros hijos sean el fruto maduro de nuestro amor, y que ellos encuentren en nosotros ayuda, protección y comprensión.

Haz que comprendamos la gran misión de vivir en comunión, y de colaborar contigo en la obra de la creación.

Haz que al recibirlos de tus manos incompletos, podamos entregártelos hombres hechos, con los cuales Tú puedas contar.

Haz que en nuestro hogar reinen siempre la paz, el amor y la fidelidad, y que seamos la primera célula de amor en nuestra comunidad.

Haz que en nuestro largo caminar, nunca olvidemos que Tú nos esperas para sellar eternamente nuestro fiel amor. Amén

CANCIÓN: AMAR ES ENTREGARSE Amar es entregarse, olvidándose de sí, buscando lo que al otro, puede hacer feliz. ¡Qué lindo es vivir para amar! ¡Qué grande es tener para dar! Dar alegría, felicidad, darse uno mismo, eso es amar. Si amas como a ti mismo y te entregas a los demás, verás que no hay egoísmo que no puedas superar. ¡Qué lindo es vivir para amar! ¡Qué grande es tener para dar! Dar alegría y felicidad, darse uno mismo, eso es amar.

173


AMOR ES VIDA Yo soy feliz por cada día nuevo, Amor es vida, vida es alegría, quien nunca amó vivió sin ilusión. por la ilusión de ver amanecer, por las estrellas y por el cielo, Alegres cantan sus melodías por la alegría de renacer. las ansiedades del corazón. Alegres cantan sus melodías las ansiedades del corazón.

Por las estrellas y por el cielo, por la alegría de renacer.

Alegre estoy, cantando voy, éste es el día que hizo el Señor.

Alegre estoy, cantando voy, éste es el día que hizo el Señor.

Alegre estoy, cantando voy, éste es el día que hizo el Señor.

Alegre estoy, cantando voy, éste es el día que hizo el Señor.

Cuando recuerdo aquel amor Por los caminos áridos del mundo busco la huella de un amor feliz; divino soy peregrino, soy vagabundo, que siendo Dios, al mundo un cielo eterno brilla hoy en mí. descendió, mi alma canta, mi alma goza, porque la vida me dio el Señor. Soy peregrino, soy vagabundo, un cielo eterno brilla hoy en mí. Mi alma canta, mi alma goza, Alegre estoy, cantando voy, porque la vida me dio el Señor. éste es el día que hizo el Señor. Alegre estoy, cantando voy, Alegre estoy, cantando voy, éste es el día que hizo el Señor. éste es el día que hizo el Señor. Alegre estoy, cantando voy, Alegre estoy, cantando voy, éste es el día que hizo el Señor. éste es el día que hizo el Señor.

Compromiso: * Preguntar a mi familia, qué cosas debería aportar a la alegría y unión de la familia. * Rezar por tu familia cada día, pidiendo por sus necesidades y dando gracias por todo lo bueno que de ella recibes.

174


Capítulo 28 SACRAMENTO DE UNCIÓN DE LOS ENFERMOS


OBJETIVOS: * Conocer cómo se celebra el sacramento de la Unción de los Enfermos. * Aprender que este sacramento da fortaleza en momentos de dolor. * Servir con prontitud a las personas enfermas. ORACIÓN: Amigo Jesús: Tú sanaste a muchos .enfermos, libraste a muchos del pecado, volviste a la vida a algunos que ya habían muerto para consuelo y alegría de todos. Te pedimos por tantos niños enfermos en el mundo víctimas del hambre y la miseria. Te pedimos por los hombres y mujeres que se contagian de horribles enfermedades y mueren jóvenes. Tú eres el camino, la verdad y la vida. Que tu amor misericordioso llegue a todos los enfermos. Amén. TEMA: La Unción de los enfermos es un sacramento de curación y no sólo lo reciben los que van a morir sino también cuando la persona padece una enfermedad grave cualquiera sea la edad. Si el que recibió la Unción recupera la salud puede acceder a este sacramento en caso de estar nuevamente con grave enfermedad. Es conveniente recibirla cuando alguien se va a someter a una operación importante. En la Unción de los enfermos, Cristo, en la persona del sacerdote, visita al enfermo, porque en este sacramento se da un verdadero encuentro con el Señor. La Santa Unción es signo de fe y esperanza que al participar en el sufrimiento de Cristo, llegará también a la gloria de Cristo. Sólo el obispo o el sacerdote p u ed en a d min ist ra r este sacramento. Este sacramento se celebra de forma litúrgica y comunitaria, en familia, en el hospital o en la iglesia, para uno o para varios enfermos. Es conveniente que se celebre dentro de la Eucaristía. Algunas veces, antes de la Misa puede celebrarse el sacramento de la Unción.

176


Se celebra el sacramento de la Unción de la siguiente manera: los presbíteros imponen las manos sobre la cabeza de los enfermos; en silencio, oran por ellos y luego lo ungen en la frente y en las manos con el óleo bendito, diciendo: por esta santa Unción y por su bondadosa misericordia te ayude el Señor con la gracia del Espíritu Santo, para que, libre de tus pecados, te conceda la salvación y te conforte en tu enfermedad. “El que esté enfermo, que llame a los presbíteros de la Iglesia para que rueguen por él, ungiéndolo con aceite en el Nombre del Señor. La oración hecha con fe salvará al enfermo: el Señor lo levantará y, si ha cometido pecados, le serán perdonados” (Santiago 5:14 – 15). Este sacramento es un Don del Espíritu Santo y da el consuelo, la paz y el ánimo para vencer las dificultades propias de la enfermedad o la vejez. El Espíritu Santo renueva la confianza y la fe en Dios y fortalece contra las tentaciones del maligno, especialmente la tentación de desaliento y de angustia ante la muerte. Concede el perdón de los pecados si el enfermo no ha podido obtenerlo por el sacramento de la penitencia y restablece la salud corporal, si es la voluntad de Dios, y prepara para el paso a la vida eterna. No se debe esperar que el enfermo este grave o pierda su conciencia para acudir a este sacramento (Mateo 11:28). Escuchemos a Dios: Marcos 10:13, Lucas 10:25,34 ACTIVIDAD: SOPA DE LETRAS (Ver anexo 13) Finalidad: Reforzar los conceptos sobre el sacramento de la unción de los enfermos. CANCIÓN: ENTRE TUS MANOS Entre Tus manos está mi vida, Señor. Entre Tus manos pongo mi existir. CORO Hay que morir para vivir. Entre Tus manos confío mi ser

Si el grano de trigo no muere, si no muere solo quedará, pero si muere, en abundancia dará un fruto eterno que no morirá. CORO

177


PARA APRENDER: ORACIÓN DE LA MISERICORDIA Oh Misericordia infinita que me habéis tolerado hasta aquí, no me abandonéis. Por mi salud eterna estáis en esa Cruz. Todas vuestras sacratísimas llagas están brotando Misericordia. Boca adorable de mi Salvador, no me condenéis; divinas manos de quien tengo todo lo que soy, no me destruyáis. Permitid Señor que yo adore esos pies tan celosos en buscarme y en solicitarme. Corazón siempre dispuesto a recibir al pecador, recibid mis humildes suspiros, escondedme en ese asilo inviolable en el día de vuestra cólera. Haced que vuestra Sangre Misericordiosa caiga sobre mí, para que lave mis pecados. Amén. REFLEXIÓN:

HUELLAS EN LA ARENA Una noche en sueños vi que con Jesús caminaba junto a la orilla del mar bajo una luna plateada. Soñé que veía en los cielos mi vida, representada en una serie de escenas que en silencio contemplaba. Dos pares de firmes huellas en la arena iban quedando mientras con Jesús andaba, como amigos conversando. Miraba atento esas huellas reflejadas en el cielo, pero algo extraño observé y sentí gran desconsuelo. Observé que algunas veces, al reparar las huellas, en vez de ver los dos pares, veía sólo un par de ellas. Y observaba también yo que aquel sólo par de huellas se advertía mayormente en mis noches sin estrellas. En las horas de mi vida llenas de angustia y de tristeza, cuando el alma necesita más consuelo y fortaleza. Pregunté triste a Jesús:“Señor, ¿Tú me has prometido que en mis horas de aflicción siempre andarías conmigo… Pero noto con tristeza que, en medio de mis querellas, cuando más siento mi sufrir veo sólo un par de huellas. 178


¿Dónde están las otras dos que indican Tu compañía, cuando la tormenta azota sin piedad la vida mía?” Y Jesús me contestó, con ternura y comprensión: "Escucha bien, hijo mío, comprendo tu confusión. Siempre te amé y te amaré, y en tus horas de dolor siempre a tu lado estaré para mostrarte mi amor. Mas si ves solo dos huellas en la arena al caminar, y no ves las otras dos que se debieran notar, es que en tu hora afligida, cuando flaquean tus pasos, no hay huellas de tus pisadas porque te llevo en mis brazos". Compromiso: * Visitar a un enfermo y hacer oración por él. * Encomendar a los enfermos en nuestras oraciones cada día. * Compartir con los enfermos algo que les falte.

179


PLEGARIA AL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS PARA ALCANZAR UNA BUENA MUERTE A tus plantas, Señor, vengo a ofrecerte de mi vida los últimos momentos, los dolores, angustias y tormentos de mi postrera y cruel tribulación. Para aquellos momentos de amargura no le niegues, Señor, en su agonía, un asilo seguro al alma mía, en tu amoroso y dulce corazón.

Cuando sin brillo mis marchitos ojos, Ya no puedan mirar la luz del día y mi pecho se agite en la agonía, doloroso, sin aire y sin calor, ¡Corazón de Jesús, no me abandones! Haz que se cumpla mi postrer anhelo, Compadece, Señor, mi amargo duelo, líbrame del infierno y de su horror.

Cuando expirante en mi doliente lecho la muerte en busca de mi vida venga, cuando rendido de dolor no tenga, fuerza y valor para luchar; ¡Corazón de Jesús, yo te suplico, contrito y humillado desde ahora, que me protejas en aquella hora, en que mi vida debe terminar!

Cuando mis labios, lívidos y fríos, no te puedan nombrar en mi agonía, y anegada en dolor el alma mía, con el infierno empiece a batallar. ¡Corazón de Jesús, no me abandones! Ten piedad de mi triste desventura, Contra el infierno ayúdame a luchar Cuando al mundo cierre mis oídos y el alma, confundida en tu presencia, escuche de tu boca, la sentencia que dé su suerte decidir.

Cuando el dolor embriague mis sentidos y perdiendo mis pies el movimiento, me anuncien que se acerca ya el momento en que la tierra tenga que dejar; ¡Corazón de Jesús, no me abandones! Haz que brille tu luz en el camino, que me debe llevar a mi destino, dame valor, ayúdame a luchar.

¡Corazón de Jesús, no me condenes! Del infierno la horrible sepultura, Tú que le diste a la mujer impura el perdón que a tus plantas fue a pedir. Cuando en mi pecho, por la vez postrera, palpite el corazón lleno de espanto, y las postreras horas de mi llanto anuncien mi completa destrucción. ¡Corazón de Jesús, no me abandones! Y en este transe tan temido, concede a mi espíritu afligido, un asilo en tu Santo Corazón.

Cuando mis manos estrechar no puedan el crucifijo a mi angustiado pecho, y mi espíritu en lágrimas desecho, te pida de mis culpas perdón; ¡Corazón de Jesús, no me abandones! Dadme valor para luchar con bríos, y acepta aquellos sufrimientos míos de mis culpas, como hostia de expiación.

180


Capítulo 29

ESPÍRITU SANTO


OBJETIVOS: * Entender que el Espíritu Santo es la tercera persona de la Santísima Trinidad. * Descubrir que el Espíritu Santo da frutos en la vida de cada cristiano * Poner en práctica los frutos del Espíritu Santo en mi vida diaria. ORACIÓN: Padre Dios, envía al Espíritu Santo para que llene nuestros corazones y nos ayude a ser testigos de tu amor, mensajeros de paz, sembradores de justicia y constructores de reconciliación, para que anunciemos al mundo la Buena Nueva de Jesús. Amén TEMA: ¿Quién es el Espíritu Santo?: El Espíritu Santo es la tercera persona de la Santísima Trinidad, es la unión amorosa del Padre y del Hijo, es la fuente de vida, es espíritu de verdad, es el “Consolador”, el defensor, es la fuerza de Dios, es Dios mismo. ESPÍRITU SANTO, PROMESA DE JESÚS Cincuenta días después de que Cristo murió y resucitó, estaban reunidos los 11 apóstoles. Todos tenían mucho miedo y estaban descorazonados por la muerte del Maestro y alentados por la resurrección. Entonces bajó sobre ellos el ESPÍRITU SANTO de Dios en forma de lenguas de fuego. En ese momento su debilidad y miedo se convirtieron en fuerzas sobrehumanas para ir a enseñar y a defender delante de todos, lo que Cristo les había enseñado. Este día se llamó ¨PENTECOSTÉS. Bajo la imagen de un viento (soplo fuerte), al Espíritu de Vida ya está presente en los inicios de la creación: “El Espíritu de Dios aleteaba sobre la superficie de las aguas” (Génesis 1:2). Y al formar al primer hombre, Dios “sopló en su nariz aliento de vida, y lo hizo un ser viviente” (Génesis 2:7). El viento (soplo) fuerte que es su Espíritu, nos da vida en abundancia, fuerza y coraje. 182


Como Moisés descubrió en la zarza ardiente la presencia de Dios en el símbolo del fuego, Dios está cerca por medio de su Espíritu que purifica nuestro interior como el fuego purifica el oro en el crisol. En la institución de la Iglesia fue el Espíritu Santo la herencia que el Señor resucitado entregó a sus apóstoles: “recibir el Espíritu Santo”, este espíritu del Señor resucitado permanece en la Iglesia para santificarla con los sacramentos, para iluminarla con sus luces y ser el vínculo de amor entre los hermanos. Es quien nos impulsa a trabajar en comunidad, a compartir y ayudar a los otros. Es quien nos motiva a luchar contra el egoísmo y la desunión. Cuando el Espíritu Santo está dentro de nosotros, entonces somos capaces de perdonar, amar y servir. Por el Espíritu Santo dado por Cristo a los apóstoles, ellos entendieron la Palabra de Jesús, recibieron la fortaleza necesaria para ser testigos del resucitado. Cristo obra en nosotros por el Espíritu Santo, nos mueve, pero siempre respeta nuestra libertad. Su voz la escuchamos en el interior de nuestra conciencia. Su amor nos deja actuar y nos espera (Apocalipsis 3:20). Nos hace testigos, discípulos, enviados, misioneros de Jesucristo en el mundo. Estamos marcados con su sello. Y por eso vivimos (Lucas 7:36‐50; Juan 19:38‐42). El Espíritu Santo reúne la Iglesia fundada por Cristo y allí nos ofrece los sacramentos de salvación que nos transforman en nuevas criaturas (1 Pedro 2: 9). Fe y conocimiento de Dios, alegría y paz del corazón y amor fraterno son los dones del Espíritu Santo; el mismo Espíritu y único Espíritu los produce y se los da a cada uno según él quiere (1 Corintios 12:11). En el antiguo testamento el espíritu de Dios dirigía y orientaba a los reyes, patriarcas y profetas Símbolos del Espíritu Santo Fuego: Mientras que el agua significaba el nacimiento y la fecundidad de la vida dada en el Espíritu Santo, el fuego simboliza la energía transformadora de los actos del Espíritu Santo. Existe el fuego intenso y sostenido del amor. Es el fuego que arde en cada hombre que siente, que lucha y que ama. Es un fuego permanente, activo y en 183


movimiento. Es el fuego que no cansa, que no reposa, que no se apaga; el Espíritu es un fuego que arde sin consumirse. Cada día es Pentecostés, nos levantamos valientemente y salimos a proclamar nuestra fe. La nube y la luz: Estos dos símbolos son inseparables en las manifestaciones del Espíritu Santo. La Nube, unas veces oscura, otra luminosa, revela al Dios vivo y salvador, tendiendo así un velo sobre la trascendencia de su gloria. Las nubes, por su situación ligera, su movilidad, por ser portadoras de la lluvia, han dado pie a muchos simbolismos; acompañan las manifestaciones de Dios, lo enmarcan, son su trono, lo manifiestan."Entonces la nube cubrió la tienda de la reunión......" (Ex 40, 34‐38).Y en la transfiguración (Mat 17,5). La luz que guía, que alumbra el camino, que saca de las tinieblas, “nadie enciende una lámpara y la encubre o la mete debajo de la cama, sino que la coloca en el candelero para que los que entren vean la luz.” Mateo 8:16. Sello: El sello es un símbolo cercano al de la unción. En efecto, es Cristo a quien "Dios ha marcado con su sello" (Juan 6, 27) y el Padre nos marca también en Él con su sello"También ustedes, al escuchar la Palabra de la Verdad, el Evangelio que los salva, creyeron en él quedando sellados con el Espíritu Santo prometido" (Efesios 1, 13). Viento: Los antiguos tenían la experiencia del viento, brisa apacible o vendaval destructivo, una realidad inmaterial, no se le veía, no se le puede agarrar, pero es acción real, elemento misterioso, indispensable para la vida; el hombre no lo puede domar, “Cuando llegó la noche de aquel mismo día (el día de la Resurrección).....les dijo por segunda vez: La paz esté con ustedes. Como el Padre me ha enviado, así también los envío yo. Y dicho esto sopló y les dijo: Reciban el Espíritu Santo..." (Juan 20, 20‐22). La paloma: Es la representación simbólica más gráfica y conocida del Espíritu Santo. Al final del diluvio, la paloma soltada por Noé vuelve con una rama tierna de olivo en el pico, signo de que la tierra es habitable de nuevo (Génesis 8: 10,1). Cuando Cristo sale del agua en su bautismo, el Espíritu Santo, en forma de paloma, baja y se posa sobre él. El Espíritu desciende y reposa en el corazón purificado de los bautizados. Respecto a la paloma relacionada con El Bautismo del Señor Jesús, no dice que fuese una paloma sino "como paloma" o "al igual que una paloma". Probablemente Juan vio algo que bajaba sobre Jesús que le hizo asociar al descenso de una paloma en vuelo (Mateo 3:16, 17). 184


Escuchemos a Dios: Juan 14: 13, 31, Hechos 1: 3,5, Juan 20:22, ACTIVIDAD: TARJETA Cada niño elaborará una tarjeta en cartulina o papel iris, según la creatividad de cada uno; en ella escribirán la oración del Espíritu Santo y luego se la regalará a alguien de su familia, trasmitiendo el mensaje aprendido. (Ver Anexo 14)

Finalidad: Que los niños compartan con su familia el mensaje del Espíritu Santo. PARA APRENDER: Frutos del Espíritu Santo: (Gálatas 5:22, 23) *Amor *Alegría *Paz *Generosidad *Comprensión de los demás

185

*Bondad *Confianza *Mansedumbre *Dominio de sí


SECUENCIA AL ESPÍRITU SANTO Ven, Espíritu Divino, manda tu luz desde el cielo. Padre amoroso del pobre, Don, en tus dones espléndido, Luz que penetra las almas, fuente del mayor consuelo. Ven, Dulce Huésped del alma, descanso de nuestro esfuerzo, tregua en el duro trabajo, brisa en las horas de fuego, gozo que enjuga las lágrimas y reconforta en los duelos. Entra hasta el fondo del alma, Divina Luz y enriquécenos. Mira el vacío del hombre si tú le faltas por dentro; mira el poder del pecado, si no envías tu aliento. Riega la tierra en sequía, sana el corazón enfermo, lava las manchas, infunde calor de vida en el hielo, doma el espíritu indómito, guía al que tuerce el sendero. Reparte tus siete dones según la fe de tus siervos, por tu bondad y tu gracia dale al esfuerzo su mérito; salva al que busca salvarse y danos tu gozo eterno. Amén. Aleluya CANCIÓN: ESPÍRITU DE DIOS Espíritu de Dios llena mi vida, llena mi alma, llena mi ser (bis) Lléname, lléname con tu presencia; lléname, lléname con tu poder; Lléname, lléname con tu bondad (Bis) Espíritu de Dios danos tus Dones, danos tu aliento al caminar(Bis) Llénanos, llénanos de sabiduría; llénanos, llénanos de entendimiento; Llénanos, llénanos de temor de Dios; Llénanos, llénanos de fortaleza; llénanos, llénanos de tu consejo; Llénanos, llénanos de ciencia y piedad. Espíritu de Dios.

186


YO TENGO GOZO EN MI ALMA Yo tengo un gozo en el alma,¡grande! Gozo en el alma, ¡grande! Gozo en el alma y en mi ser. ¡Aleluya! ¡Gloria a Dios! Es como un río de agua viva, Río de agua viva, Río de agua viva en mi ser. Ama a tu hermano y alaba a tu Señor. (BIS) Da gloria a Dios, gloria a Dios, gloria a Él. Ama a tu hermano y alaba a tu Señor. CORO. Con alegría alaba a tu Señor. (BIS) Da gloria a Dios, gloria a Dios, gloria a Él. Con alegría alaba a tu Señor. CORO. No te avergüences y alaba a tu Señor. (BIS) Da gloria a Dios, gloria a Dios, gloria a Él. No te avergüences y alaba a tu Señor. CORO. Ama a María y alaba a tu Señor. (BIS) Da gloria a Dios, gloria a Dios, gloria a Él. Ama a María y alaba a tu Señor.

Compromiso: · Enseñar a la familia los dones y los frutos del Espíritu Santo · Reflexionar acerca de qué don le gustaría tener y por qué?

187


Capítulo 30

DIOS, UNO Y TRINO


OBJETIVOS: *Saber que la Santísima Trinidad es una comunidad de amor *Reconocer que Dios uno y trino, siempre está con nosotros *Aprender a vivir en comunidad como la Santísima Trinidad. ORACIÓN: Padre amoroso, estamos nuevamente para conocerte como comunidad de amor, para aceptarte; permítenos vivir unidos, regálanos al Espíritu Santo para que cada día seamos mejores discípulos, enséñanos a vivir como una verdadera comunidad como la del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén. TEMA: El misterio de la Santísima Trinidad nos enseña que en Dios hay tres Personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo; pero que las tres tienen una misma naturaleza divina y, en consecuencia, son un sólo Dios. Esto es un misterio. Un misterio que nadie puede penetrar. En el Nuevo Testamento se nos enseña de manera precisa este misterio (Mateo 3,16‐17; Mateo 28,19). Un misterio para los cristianos se refiere a realidades muy profundas de la vida de Dios y de su plan de salvación; un ejemplo claro es la vida comunitaria de Dios (Padre, Hijo y Espíritu Santo). Cuando pensemos en Dios, pensemos que en Dios hay tres personas. No son tres dioses. Es un sólo Dios. Las tres personas son en todo iguales. Iguales en poder, en sabiduría, en inteligencia. Las tres personas son infinitas. El Padre es Dios, el Hijo es Dios y El Espíritu Santo es Dios. Nadie puede comprender por qué un sólo Dios tiene tres personas. Esto es un misterio. A este misterio se le conoce como misterio de la Santísima Trinidad. La primera persona es Dios Padre, Creador, y con su creación ha iniciado una historia de amor con nosotros. La segunda es el Hijo, Jesús, el Salvador; con su muerte en la cruz, su resurrección y su presencia en la eucaristía nos ha demostrado su amor para salvarnos del pecado.

189


La tercera, el Espíritu Santo, es la fuerza de Dios, es el mismo Dios, que demuestra su amor animando a la Iglesia e impulsándola a realizar obras de amor a favor de todos los seres humanos. Debemos decir siempre con devoción: "En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén".Encomendarnos a las Tres Divinas Personas, fuente de luz, esperanza y amor para el cristiano. El Nuevo Testamento narra un acontecimiento inaudito en el que Dios se revela en una dimensión que durante largo tiempo permaneció oculta: en Jesucristo nos encontramos con un hombre que es y se califica de Hijo de Dios. Por otra parte, él es el Dios cercano que se aproxima a nosotros; él es el mediador de Dios para nosotros; precisamente por ser Dios mismo como hombre, en figura y esencia de hombre, Él es el Dios‐con‐nosotros (Emmanuel). Encontramos a Dios en la figura de su enviado, que no es una esencia intermedia entre Dios y los hombres, sino realmente Dios, y que con todo llama a Dios, como nosotros, “Padre” Esto quiere decir que Dios no se acerca a nosotros como Padre, sino como Hijo y como hermano. A esta nueva experiencia de Dios sigue la del Espíritu, la de la presencia de Dios en nosotros, en nuestro ser íntimo. Nota: en este encuentro se da mayor fuerza a Dios Padre, pues en los primeros encuentros se estudió la vida y obra completa de Dios Hijo (Jesús) y Dios Espíritu Santo. Dios Padre: El antiguo testamento, hablaba de Dios como Padre de Israel y de los pueblos, como creador y señor del mundo (Génesis 1. Éxodo 3:13, 15). Dios paciente y lleno de ternura.

190


Acontecimientos de Dios Padre: La creación Llamado de Abraham Llamado a Moisés Hablaba a los pueblos por medio de los profetas. PRINCIPALES CARACTERÍSTICAS DE DIOS: Trino: Dios posee una naturaleza trina. Esto quiere decir que tiene tres personalidades distintas, aunque es un Dios:“Escucha, Israel: el Señor nuestro Dios, es solamente uno” (Deuteronomio 6:4). El apóstol Pablo habló de la Trinidad en sus escritos: “La gracia del Señor Jesucristo, el amor de Dios y la comunión del Espíritu Santo sean con todos ustedes” (2 Corintios 13:13). “Porque por medio de Cristo todos tenemos entrada al Padre por un mismo Espíritu” (Efesios 2:18). Eterno: La Trinidad de Dios es eterna, sin principio ni final. “Señor, tú has sido nuestro refugio de generación en generación. Antes de que nacieran los montes y formaras la tierra y el mundo, desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios” (Salmos 90:1‐2). La eterna naturaleza de Dios es mejor ilustrada por un círculo. Este círculo no tiene un principio visible o un punto de final. Espíritu: Dios es espíritu. Esto significa que no tiene carne ni sangre y por lo tanto, es invisible a los ojos naturales del hombre. “Dios es Espíritu, y los que lo adoran deben hacerlo en espíritu y verdad” (Juan 4:24). Soberano: Supremo, indiscutible, inmenso. La soberanía de Dios quiere decir que Dios es responsable por crear y sostener todas las cosas, y que Dios tuvo el privilegio de establecer las leyes y los límites de su creación. Dios es el poder soberano, el más grande en todo el universo (Isaías 46:9).

191


Omnipresente: Esto significa que Dios está presente en todas partes. “En todo lugar, los ojos de Dios están vigilando a malos y a buenos” (Proverbios 15:3). “¿A dónde me alejaré de tu aliento? ¿Dónde huiré de tu presencia? Si subiera al cielo, allí estás tú; y si me acostara en el abismo, allí estás” (Salmos 139:7‐8). Omnisciente: Esto significa que Dios conoce todas las cosas. “Aún no ha llegado la palabra a mi lengua y ya, Señor, la conoces toda” (Salmos 139:4). “Y aunque la conciencia nos acuse, Dios es más grande que nuestra conciencia y lo sabe todo” (1Juan 3:20). Omnipotente: Esto significa que Dios es todo poderoso. “—Yo soy el Dios Todopoderoso...” (Génesis 17:1). “...—pero para Dios todo es posible” (Mateo 19:26). “... porque el Señor, nuestro Dios Todopoderoso, reina” (Apocalipsis 19:6). “Una vez habló Dios; dos veces he oído esto: que de Dios es el poder” (Salmos 62:12). Sin cambios: Dios es el mismo de manera perpetua, no está sujeto a ningún cambio ni variación, tanto en su ser como en sus atributos y determinaciones. Este atributo es una negación del tiempo, del espacio y del cambio: “Porque yo, el Señor, no he cambiado...” (Malaquías 3:6). Santo: La Santidad de Dios no es sólo un atributo de Dios, es inseparable de Él. La santidad incluye todo lo que Dios es y posee. Santidad es ausencia de todo pecado. Nosotros también estamos llamados a ser santos. "Santo": perfecto. Dios es la perfección total. Dios es perfecto en todo lo que hace, en todo lo que piensa y en todo lo que dice. “… sed santos, porque YO, el Señor vuestro Dios, soy Santo” (Levítico 19:2b).

192


Justo: Dios es justo e imparcial. También significa que odia el maltrato y la opresión de las personas y de la naturaleza, a las cuales creó. Odia las mentiras, el hacer trampas y otras formas de maltrato a otros. El hecho de que Dios es justo significa que puede juzgar y juzgará entre el bien y el mal, y administrará justicia de acuerdo a sus pautas. “Es un Dios de verdad y no hay maldad en él; es justo y recto” (Deuteronomio 32:4). Fiel: En su gran amor, Dios ha permanecido fiel desde el primer tiempo. La fidelidad de Dios es eterna y perfecta. Los Salmos testifican lo inmenso que es el amor del Señor con nosotros su pueblo. Dice en el Salmo 36,6 “Señor, tu misericordia viene del cielo, tu fidelidad llega hasta las nubes.” La Fidelidad de Dios sobrepasa la de los seres humanos. Tal vez nuestras experiencias humanas han manchado nuestra imagen de este concepto de fidelidad. Dios es siempre fiel a pesar de nuestras fallas. Dice (2 Timoteo 2,13). “Si somos infieles, él permanece fiel, pues no puede negarse a sí mismo.” Dios no puede dejar de ser lo que Él es. Él no puede dejar de amarte, no importa cuán grande sea tu pecado y tu falta. Benevolente: Dios es bueno, amable y desea tu bien: “Bueno es Dios para con todos, y sus misericordias sobre todas sus obras” (Salmos 145:9). Misericordioso: Que Dios es infinitamente misericordioso significa que perdona a todos los pecadores verdaderamente arrepentidos. “... — ¡El Señor nuestro Dios es compasivo, clemente, paciente, rico en bondad y lealtad; que conserva la misericordia… (Éxodo 34:6‐7ss). Dador de Gracia: Dios muestra bondad inmerecida al hombre pecador: “Clemente y misericordioso es el Señor, lento para la ira y grande en misericordia” (Salmos 145:8).

193192


Dios es amor: “Jesucristo, el amor de Dios encarnado… …En su muerte en la cruz se realiza ese ponerse Dios contra sí mismo, al entregarse para dar nueva vida al hombre y salvarlo: esto es amor en su forma más radical”. Carta Encíclica DEUS CARITAS EST (Dios es amor). Benedicto XVI. “Sino que por puro amor a vosotros, por mantener el juramento que había hecho a vuestros padres, os sacó el Señor de Egipto y con mano fuerte os rescató de la esclavitud…” (Deuteronomio 7,8). “El que no ama no ha conocido a Dios, porque Dios es amor” (1 Juan 4:8). Sabio: Dios posee un profundo entendimiento y un agudo juicio. “Dios fundó la tierra con sabiduría, y estableció los cielos con inteligencia” (Proverbios 3:19). Infinito: No hay en Dios nada que sea finito. No hay en Él fin, ni término, ni límite. Dios no está sujeto a las limitaciones naturales ni humanas. No está sujeto a las limitaciones del espacio. Infinito, procede del latín finis, que significa fin, término, límite. El prefijo in es negativo. “…para los hombres eso es imposible, para Dios todo es posible” (Mateo 19:26). Escuchemos a Dios: 2 Corintios 1,3 ‐ 5 ACTIVIDAD: RONDA DE LAS CUALIDADES Se deben sentar los niños en un círculo. Se entregará a cada niño una tarjeta con su nombre y éste escribe una cualidad suya, luego se rota la tarjeta, para que los compañeros escriban las cualidades de cada uno. Al final cada niño quedará con su tarjeta y con todas las anotaciones de sus compañeros, para ser leídas en el grupo. Finalidad: Reconocer cómo Dios nos hizo con muchas cualidades, pues somos su imagen y semejanza.

194


CANCIONES: ME HAS SEDUCIDO, SEÑOR

ERES TODO PODEROSO

Señor, no soy nada ¿Por qué me has llamado? Has pasado por mi puerta y bien sabes que soy pobre y soy débil. ¿Por qué te has fijado en mí?

La única razón de mi adoración eres tú, mi Jesús; mi único motivo para vivir eres tú, mi Señor; mi única verdad está en ti, eres mi luz y mi salvación; mi único amor eres tú, Señor, y por siempre te alabaré.

CORO: Me has seducido, Señor, con tu mirada, me has hablado al corazón y me has querido. Es imposible conocerte y no amarte, es imposible amarte y no seguirte. Me has seducido, Señor.

CORO: Tú eres todo poderoso, eres grande y majestuoso, eres fuerte, invencible, y no hay nadie como tú. BIS La única razón de mi adoración eres, tú mi Jesús; mi único motivo para vivir eres tú, mi Señor; mi única verdad está en ti, eres mi luz y mi salvación, mi único amor eres tú, Señor, y por siempre te alabaré.

Señor, yo te sigo, y quiero darte lo que pides, y aunque hay veces que me cuesta darlo todo, tú lo sabes: yo soy tuyo; camina, Señor, junto a mí. CORO Señor, hoy tu nombre es más que una palabra, es tu voz que resuena en mi interior, y me habla en el silencio. ¿Qué quieres que haga por ti?

CORO

CORO

195


PARA APRENDER: ACTOS DE FE, ESPERANZA Y CARIDAD Dios mío, creo en Vos; fortaleced, Señor, mi fe; espero en Vos, afirmad mi esperanza; os amo con todo mi corazón, encended mi amor. Me pesa de haberos ofendido, aumentad mi dolor; os adoro como a mi primer principio; os deseo como a mi último fin; os doy gracias como a mi continuo bienhechor; os invoco como a mi soberano defensor. Dignaos, Dios mío, dirigidme con vuestra sabiduría; contenerme con vuestra justicia, consolarme con vuestra misericordia, y ampararme con vuestro poder. Os consagro todos mis pensamientos, palabras, obras y trabajos; a fin de que de hoy en adelante piense siempre en Vos, hable de Vos, obre según Vos y padezca por Vos. Señor, hágase en mi y de todas mis cosas vuestra santísima voluntad, en tiempo y eternidad. Os suplico que ilustréis mi entendimiento, abracéis mi voluntad, purifiquéis mi corazón y santifiquéis mi alma. Socorredme, Señor, con vuestra gracia para vencer la soberbia con la humildad, la avaricia con la generosidad, la pereza con la diligencia, la lujuria con la mortificación, la envidia con la caridad, la ira con la paciencia, la gula con la abstinencia, la tibieza con el fervor; y todas mis inclinaciones y afectos desordenados con vuestro santo temor y amor. Amén Compromiso: Reconocer, cultivar y compartir las cualidades que Dios me dio con todos los que me rodean, buscando cada día imitar a Dios en la vida de Jesús.

196


Capítulo 31

LA IGLESIA, COMUNIDAD DE AMOR


OBJETIVOS: * Saber que la Iglesia es una comunidad de amor. * Saber que Cristo ha dejado su Iglesia como signo de salvación para todos. * Participar como miembros activos de la gran familia de Dios, la Iglesia. ORACIÓN: Amigo Jesús: nos dirigimos a ti como a nuestro hermano mayor, pues conformamos una gran familia, la Iglesia. Ayúdanos a continuar con la gran obra de amor y servicio con todos los que nos rodean; ayúdanos a vivir como verdaderos discípulos, a comprender cuál es nuestra misión, para cumplir nuestro compromiso ante Dios y la comunidad. Amén TEMA: La iglesia es el cuerpo de Cristo (Efesios 1,22‐23). San Pablo dice: “Y sometió todas las cosas bajo sus pies, y lo dio por cabeza sobre todas las cosas a la iglesia, la cual es su cuerpo, la plenitud de Aquél que todo lo llena en todo.” El Cuerpo de Cristo está formado por todos los creyentes desde el tiempo de Pentecostés (Hechos 2) hasta el arrebatamiento de la Iglesia. El Cuerpo de Cristo comprende dos aspectos: La iglesia universal es la iglesia formada por todos los que tienen una relación personal con Jesucristo (1 Corintios 12:13‐14). San Pablo dice: “Porque por un sólo Espíritu fuimos todos bautizados en un cuerpo, sean judíos o griegos, sean esclavos o libres, y a todos se nos dio a beber de un mismo Espíritu. Además, el cuerpo no es un solo miembro, sino muchos.” Aquí vemos que cualquiera que ha depositado su fe en Jesús es parte del Cuerpo de Cristo. La iglesia de Dios verdadera no es ningún edificio. La iglesia universal de Dios está formada por todos aquellos que han recibido la salvación a través de la fe en Jesucristo(Juan 3,16 ‐ 1 Corintios 12,13). El término Iglesia designa al Pueblo de Dios, convoca y reúne a todos aquellos que, por la fe y el bautismo, han sido hechos hijos de Dios, miembros de Cristo y templos del Espíritu Santo. La Iglesia es el Pueblo de Dios, porque Él quiso santificar y salvar a los hombres, no aisladamente, sino constituyéndolos en un solo pueblo, reunidos en la unidad del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. 198


La Iglesia es un misterio, si por misterio entendemos el Plan Salvador de Dios, realizado y revelado en Jesucristo. La Iglesia es la prolongación de Cristo en la historia de los hombres. La Iglesia, como Cristo, realiza el misterio de la salvación (Efesios 1:10). El apóstol San Pablo llama “gran misterio” a la unión de Dios con el hombre en la persona de Jesús, en la encarnación, es una unión de Dios con la humanidad redimida en Cristo (Colosenses 1:27). La Iglesia, por ser humana y divina al mismo tiempo, sólo llegará a su perfección al final, en la Gloria del Cielo, cuando Cristo sea todo en todos los que se salven. La Iglesia mediante la fe en Cristo y el bautismo tienen por:  Origen, a Dios Padre  Por cabeza, a Jesucristo  Por condición, la libertad y la dignidad de los hijos de Dios  Por ley, el mandamiento nuevo del amor  Por misión, la de ser sal de la tierra y luz del mundo  Por destino, el reino de Dios ya iniciado en la tierra. Es por esto que el pueblo de Dios participa de las tres funciones de Cristo: Sacerdote, Profeta y Rey: Sacerdote: La iglesia participa del oficio sacerdotal de Cristo: los bautizados son consagrados por el Espíritu Santo para ofrecer sacrificio espiritual y de servicio. Profeta: La iglesia participa del oficio profético cuando, con el sentido sobrenatural de la fe, se adhiere a ella, la profundiza y da testimonio. Rey: participa de su función regia con el servicio, imitando a Jesucristo, quien siendo el Rey del universo se hizo siervo de todos, sobretodo de los pobres y de los que sufren (Filipenses 2:6, 7, 8). Jesús instruye a los discípulos y conforma en su entorno una comunidad de discípulos que le siguen. Los enseña a orar, envía setenta y dos de ellos a proclamar el Reino de Dios que ha llegado, y está presente en el corazón de los que se convierten y creen en el Evangelio (Lucas 10, 1 –siguientes). La Iglesia no se puede separar de Jesús, ni Jesús de la Iglesia porque Él quiso que fuera una COMÚN – UNIDAD. Así como Pedro hace las veces de Jesús, hoy el Papa, como Vicario de Cristo, es quién hace las veces de Pedro en el trabajo de 199


cuidar y guiar la Iglesia. Esta cabeza visible, sucesor de Pedro, es quién, en nombre de Cristo, enseña, conduce y santifica a todo el pueblo de Dios. Él es quien está a la cabeza de todos los obispos encargados de guiar las comunidades cristianas del mundo. El obispo es el responsable de la Diócesis; él, a su vez, encarga a los sacerdotes y párrocos el cuidado de las pequeñas comunidades cristianas, por lo tanto somos un solo cuerpo. Si Cristo es la cabeza visible en el sucesor de Pedro, con los obispos y sacerdotes, todos nosotros empezamos a formar parte de esa familia o comunidad por el bautismo, somos parte de este cuerpo, somos sus miembros; así como el cuerpo humano tiene muchos miembros y cada uno cumple una misión importante, de manera similar en la Iglesia somos todos necesarios. El Espíritu Santo, como principio de vida, es el que da vida a todo el cuerpo. Es el que hace que cada uno de nosotros tenga una función única e irremplazable dentro de ella. Toda nuestra vida es necesaria para que la Iglesia sea de verdad una comunidad de Amor, una gran familia donde los hermanos se amen y se ayuden. Todos los miembros activos de la Iglesia estamos llamados a estar unidos a esa raíz y a ese tronco para dar fruto abundante. Los templos son los lugares donde la Iglesia se reúne como familia, como comunidad, para compartir la palabra, la Eucaristía y la oración. Pero la verdadera Iglesia somos nosotros, los seguidores de Jesús, los discípulos que creemos que Él murió y resucitó, los que nos esforzamos por vivir lo que Él nos ha enseñado, especialmente amando a los pobres, a los necesitados, denunciando las injusticias que oprimen a los seres humanos, hijos de Dios. Somos Iglesia los que celebramos en comunidad toda nuestra vida de fe y esperanza, como familia, en la que Dios es nuestro padre, Jesucristo su Hijo nuestro maestro y hermano mayor, el Espíritu Santo nuestra guía y María Santísima nuestra madre, modelo de unidad, orden de fe y de amor. En la Iglesia, Jesús siempre se muestra como Emanuel: Dios con nosotros.

200


Por eso la Iglesia es signo visible o sacramento de la presencia de Cristo en el mundo. Él es la cabeza y nosotros el tronco y todos los que formamos la Iglesia tenemos la tarea de ser “signos” visibles de la comunión. La Iglesia es UNA: porque UNA instituyó Jesús (Mateo 16:18). Es muy importante que sepas que Cristo no vino a fundar varias iglesias sino solamente UNA: La Cristiana Católica. La iglesia es SANTA: La Iglesia es santa porque Cristo, quien la fundó, es SANTO, pues es el HIJO DE DIOS (1 Pedro 1,16). El Concilio Vaticano, en “Lumen Gentium”, enseña: laicos, ministros ordenados, religiosos, religiosas, casados o solteros, jóvenes o ancianos, todos estamos llamados a la Santidad. La iglesia es CATÓLICA: (CATÓLICA = Universal) quiere decir que la Iglesia es para todos los hombres de la tierra, por la misión que tiene recibida de Cristo desde el Pentecostés (Mateo 28:18, ss). Entonces, cualquier persona puede, si quiere, ser bautizada y entrar a la Iglesia Católica. No importa la edad, la condición, la nacionalidad. ¡LA IGLESIA ES PARA TODOS! La iglesia es APOSTÓLICA: Esto significa que la Iglesia Católica es la única que empezó con los APÓSTOLES, y que, además, sigue siendo dirigida por los sucesores de los apóstoles, que son los OBISPOS, y por el sucesor de Pedro: “El Papa”. Nosotros, como comunidad de discípulos y misioneros, preparémonos a recibir a Jesús en la Eucaristía en la que Cristo se hace presente como signo de unidad y de amor. La Iglesia nació por una decisión de Dios, que envió a su Hijo al mundo para darnos la salvación y hacernos también Hijos suyos. Los Hechos de los Apóstoles dan testimonio de las primeras comunidades (Hechos 2, 41‐42). La expresión“Reino de Dios” o “Reino de los cielos” tiene un significado, a menudo, equivalente a “Iglesia”.

201


ETAPAS DE LA FUNDACIÓN DE LA IGLESIA: *Jesús comienza a predicar el Evangelio del Reino de Dios y hace discípulos suyos (Mt 1, 15; Lc 11, 20). *Jesús elige a doce apóstoles, que envía a predicar (Mc 3, 14‐16) y les da poderes especiales (Mt 18, 18). *Jesús escoge a Pedro como Cabeza de los Apóstoles y Pastor de la Iglesia (Mt16, 18‐19; Jn 21, 15‐17). *El Señor instituye la Eucaristía y les da poderes para celebrarla en su nombre (Lc 22, 19) y les da poder para perdonar los pecados (Jn 20, 23). *Con su muerte en la cruz y su resurrección, Jesús realiza la redención y le da fuerza salvadora a los sacramentos. *Con la venida del Espíritu Santo, la Iglesia se manifiesta públicamente(Hch 2, 1ss).

LOS DOCE APÓSTOLES Es preciso distinguir entre discípulo (Jn 1, 35‐51) y apóstol (Lc 6, 12‐13). Discípulo. No es otra cosa que el aprendiz o alumno de un maestro, en este caso, de Jesucristo. Principalmente fueron los apóstoles, pero adicional a éstos fueron José de Arimatea, Nicodemo, Lázaro y otros. Apóstol. Significa enviado con representación oficial, con plenos poderes. El número doce tiene un significado especial; por eso, a la muerte de Judas, se elige a Matías para completar el número de los doce (Hchs 1, 15‐26). Doce eran las tribus de Israel. Con los doce apóstoles se quiere significar el cambio del pueblo de Dios: del antiguo pueblo de Israel al pueblo de la Iglesia. Escuchemos a Dios: 1 Corintios 12:12 – 30 ACTIVIDAD: “EL CUERPO” Se dividirá el grupo en subgrupos, según el número; a cada subgrupo se le entregará un pedazo de papel craf, uno de los niños se acostará en él y se dibujará su silueta, luego los miembros del subgrupo escribirán las partes del cuerpo y lo expondrán a sus compañeras explicando la utilidad de cada una de ellas.

Finalidad: Comprender que como nuestro cuerpo está formado por muchos miembros diferentes, así mismo es la Iglesia; además, la actividad permitirá valorar, respetar y cuidar nuestro cuerpo, imagen de Dios. 202


CANCIONES: IGLESIA PEREGRINA DE DIOS todos viviendo en una misma casa, Iglesia peregrina de Dios. Todos prendidos en una misma suerte, ligados a la misma salvación, somos un cuerpo y Cristo es la cabeza, Iglesia peregrina de Dios.

Todos unidos, formando un solo cuerpo, un pueblo que en la pascua nació; miembros de Cristo en sangre redimidos, Iglesia peregrina de Dios. Vive en nosotros la fuerza del Espíritu, que el Hijo desde el Padre envió; Él nos empuja, nos guía y alimenta, Iglesia peregrina de Dios.

Coro Rugen tormentas, y a veces nuestra barca parece que ha perdido el timón, miras con miedo y no tienes confianza, Iglesia peregrina de Dios.

Coro Somos en la tierra semilla de otro reino, somos testimonio de amor; paz para las guerras y luz entre las sombras, Iglesia peregrina de Dios.

Una esperanza nos llena de alegría, presencia que el Señor prometió; vamos cantando, Él viene con nosotros, Iglesia peregrina de Dios.

Todos unidos en un solo bautismo, ligados a la misma comunión;

A EDIFICAR LA IGLESIA ¡A edificar la Iglesia, (BIS) a edificar la Iglesia del Señor! Hermano, ven, ayúdame; hermana, ven, ayúdame, a edificar la Iglesia del Señor. Yo soy la Iglesia, tú eres la Iglesia, todos somos la Iglesia del Señor. Los blancos son la Iglesia, los negros son la Iglesia; todos somos la Iglesia del Señor. Los ricos son la Iglesia, los pobres son la Iglesia; todos somos la Iglesia del Señor. Los niños son la Iglesia, los viejos son la Iglesia; todos somos la Iglesia del Señor. 203


PARA APRENDER: ORACIÓN POR LA UNIDAD DE LA IGLESIA Oh, Señor, creador y preservador de todo el género humano, te rogamos humildemente por los hombres de toda suerte y condición. Muy especialmente te pedimos por tu Iglesia Universal; que sea guiada y gobernada por tu Espíritu, a fin de que todos los que se profesan y llaman cristianos sean conducidos en el camino de la verdad y mantengan la fe en la unidad del Espíritu, en el vínculo de la paz y en una vida justa. PADRE MISERICORDIOSO, TEN PIEDAD DE LOS AFLIGIDOS… Finalmente, encomendamos a tu paternal bondad a todos los que se hallan afligidos o perturbados en mente, cuerpo o condición; consuélalos y líbralos, según sus diversas necesidades, dándoles paciencia en sus sufrimientos y aflicciones. Todo esto lo pedimos por amor a Jesucristo. Amen

ORACIÓN PARA LA PAZ INTERIOR ¡Señor, colma de esperanza mi corazón y de dulzura mis labios! Pon en mis ojos la luz que acaricia y purifica, en mis manos el gesto del perdón Dame valor para la lucha, comprensión para las injurias, misericordia para la ingratitud y las injusticias. Líbrame de la envidia y de la ambición mezquina, del odio y de la venganza, y que al volver hoy nuevamente al calor de mi lecho, pueda, en lo más intimo de mi ser, sentirme en Ti presente. Amén. Compromiso: Escribe una oración de acción de gracias a nuestro Padre Dios, por los favores recibidos.

204


Capítulo 32

VIDA DE SAN VICENTE DE PAÚL


OBJETIVOS: *Conocer quién fue San Vicente de Paúl *Aprender de su testimonio de vida ORACIÓN: Señor Jesús, te pedimos que nos des un espíritu alegre y servicial para acoger y servir con cariño a nuestros hermanos más necesitados; despierta en nosotros el espíritu de servicio y entrega. Amén. TEMA: Vicente significa "vencedor, victorioso". Nació San Vicente en el pueblecito de Pouy, en Francia, en 1580. Era el tercero de seis hermanos. La modesta condición de la familia hizo que muy pronto el niño Vicente tuviera que contribuir con su trabajo de pastor de ovejas y de cerdos a la economía familiar. Desde muy pequeño era sumamente generoso en ayudar a los pobres. Pronto también dio muestras de una inteligencia despierta, lo que llevó a su padre a pensar que este hijo podía muy bien “hacer carrera”, expresamente, una carrera eclesiástica.18 Los papás lo enviaron a estudiar con los padres franciscanos y luego en la Universidad de Toulouse, y a los 20 años, en 1600, fue ordenado sacerdote. Se ordenó muy joven, con la intención de ser párroco de inmediato y así poder ayudar a su familia. Dice el santo que, al principio de su sacerdocio, lo único que le interesaba era hacer una carrera brillante, pero Dios lo purificó con tres sufrimientos muy fuertes: 19 1º. El Cautiverio. Viajando por el mar, cayó en manos de unos piratas turcos los cuales lo llevaron como esclavo a Túnez donde estuvo los tres años siguientes en continuos sufrimientos. 2º. Logró huir del cautiverio y llegar a Francia, y allí se hospedó en casa de un amigo, pero a este se le perdieron 400 monedas de plata y le echó la culpa a Vicente, y por meses estuvo acusándolo de ladrón ante todos los que encontraba.

18 http://www.buscabiografias.com/bios/biografia/verDetalle/5084/San%20Vicente%20de%20Paul 19 http://www.ewtn.com/spanish/saints/Vicente_de_Paul.htm

206


El santo se callaba y solamente respondía: "Dios sabe que yo no fui el que robó ese dinero". A los seis meses apareció el verdadero ladrón y se supo toda la verdad. San Vicente, al narrar más tarde este caso a sus discípulos, les decía: “Es muy provechoso tener paciencia y saber callar y dejar a Dios que tome nuestra defensa". 3º. La tercera prueba fue una terrible tentación contra la fe, que aceptó para lograr que Dios librara de esa tentación a un amigo suyo. Esto lo hizo sufrir hasta lo indecible y fue para su alma "la noche oscura". A los 30 años escribe a su madre contándole que, amargado por los desengaños humanos, piensa pasar el resto de su vida retirado en una humilde ermita, y es cuando cae a los pies de un crucifijo, consagrando su vida totalmente a la caridad para con los necesitados, y es entonces cuando empieza su verdadera historia gloriosa. Hace voto o juramento de dedicar toda su vida a socorrer a los necesitados, y en adelante ya no pensará sino en los pobres. Se pone bajo la dirección espiritual del Padre Berule (futuro cardenal), sabio y santo, hace retiros espirituales por bastantes días y se lanza al apostolado, por el cual va servir a Cristo en los pobres. Dice el santo: "Me di cuenta de que yo tenía un temperamento bilioso y amargo, y me convencí de que con un modo de ser áspero y duro se hace más mal que bien en el trabajo de las almas. Y entonces me propuse pedir a Dios que me cambiara mi modo agrio de comportarme, en un modo amable y bondadoso, y me propuse trabajar día tras día por transformar mi carácter áspero en un modo de ser agradable". Vicente se hace amigo del Ministro de la marina de Francia, y este lo nombra capellán de los marineros y de los prisioneros que trabajan en los barcos. Y allí descubre algo que no había imaginado: la vida horrorosa de los galeotes. En ese tiempo para que los barcos lograran avanzar rápidamente les colocaban en la parte baja unos grandes remos, y allá, en los subterráneos de la embarcación (lo cual se llama galera), estaban los pobres prisioneros obligados a mover aquellos pesados remos, en un ambiente sofocante, en medio de la hediondez y con hambre y sed, y azotados continuamente por los capataces, para que no dejaran de remar.

207


San Vicente se horrorizó al constatar aquella situación tan horripilante y obtuvo del Ministro, Sr. Gondi, que los galeotes fueran tratados con mayor bondad y con menos crueldad. Y hasta un día, él mismo se puso a remar para reemplazar a un pobre prisionero que estaba rendido de cansancio y de debilidad. Con sus muchos regalos y favores se fue ganando la simpatía de aquellos pobres hombres. El Ministro Gondi nombró al Padre Vicente como capellán de las grandes regiones donde tenía sus haciendas. Y allí nuestro santo descubrió con horror que los campesinos ignoraban totalmente la religión. Que las pocas confesiones que hacía eran sacrílegas porque callaban casi todo. Y que no tenían quién les instruyera. Se consiguió un grupo de sacerdotes amigos, y empezó a predicar misiones por esos pueblos y veredas y el éxito fue clamoroso. Las gentes acudían por centenares y miles a escuchar los sermones y se confesaban y enmendaban su vida. De ahí le vino la idea de fundar su Comunidad de Padres Vicentinos, que se dedican a instruir y ayudar a las gentes más necesitadas. En el año 1617 fundó la primera Confraternidad de la Caridad, constituida por mujeres acaudaladas dedicadas a ayudar a los enfermos y a los pobres cerca de Lyon. En 1622, san Francisco de Sales le nombró superior de los conventos parisinos de la orden de la Visitación de Santa María. Con la ayuda de la familia para la que trabajaba como capellán fundó la Congregación de la Misión, dedicada a predicar entre los campesinos de las propiedades de la familia, y en 1626 estableció una de sus comunidades en París. El santo fundaba en todas partes a donde llegaba, unos grupos de caridad para ayudar e instruir a las gentes más pobres. Pero se dio cuenta de que para dirigir estas obras necesitaba unas religiosas que le ayudaran. Y habiendo encontrado una mujer especialmente bien dotada de cualidades para estas obras de caridad, Santa Luisa de Marillac (Ver Anexo 15) con ella fundó a las hermanas Vicentinas, Hermanas de la Caridad, que son ahora la comunidad femenina más numerosa que existe en el mundo y a ellas se debe la fundación del Hospital de París. San Vicente poseía una gran cualidad para lograr que la gente rica le diera limosnas para los pobres. Reunía a las señoras más adineradas de París y les hablaba con tanta convicción acerca de la necesidad de ayudar a quienes estaban en la miseria, que ellas daban cuánto dinero encontraban a la mano.

208


Fundó varios hospitales y asilos para huérfanos. Recogía grandes cantidades de dinero y lo llevaba a los que habían quedado en la miseria a causa de la guerra. Se dio cuenta de que la causa principal del decaimiento de la religión en Francia era que los sacerdotes no estaban bien formados. Él decía que el mayor regalo que Dios puede hacer a un pueblo es dale un sacerdote santo. Por eso empezó a reunir a quienes se preparaban al sacerdocio, para hacerles cursos especiales, y a los que ya eran sacerdotes, los reunía cada martes para darles conferencias acerca de los deberes del sacerdocio. Siempre vestía muy pobremente, y cuando le querían tributar honores, exclamaba: "Yo soy un pobre pastorcito de ovejas, que dejé el campo para venirme a la ciudad, pero sigo siendo siempre un campesino simplón y ordinario". En sus últimos años su salud estaba muy deteriorada, pero no por eso dejaba de inventar y dirigir nuevas y numerosas obras de caridad. Lo que más le conmovía era que la gente no amaba a Dios. Exclamaba: "No es suficiente que yo ame a Dios. Es necesario hacer que mis prójimos lo amen también". El 27 de septiembre de 1660 pasó a la eternidad a recibir el premio prometido por Dios a quienes se dedican a amar y hacer el bien a los demás. Tenía 80 años, fue canonizado en 1737 y nombrado patrón de las obras de caridad en 1885. El Santo Papa León XIII proclamó a este sencillo campesino como Patrono de todas las asociaciones católicas de caridad ACTIVIDAD: TÍTERES Elabora con los niños títeres con bolsas de papel (usadas en la panadería), representando los personajes que aparecen en la vida de San Vicente. Luego de elaborarlos, por grupos, los niños contarán con los títeres la vida del Santo. Finalidad: Apropiarse del testimonio de vida de San Vicente.

Escuchemos A Dios: Deuteronomio 15: 7 ‐ 11

209


PARA APRENDER: LA FONTANA DE DIOS En Dios está la fuente que apaga nuestra sed. Si necesitas seis cubos para la tuya, no pienses que se agota pozo tan hondo, pues siempre manará para el que vaya con más o menos sed que tú. Mira, un pájaro se abreva con tres gotas, y el romero se satisface con el agua que cabe en sus manos. No temas. La fuente de Dios mana la cantidad de gracia que necesitamos. S.V.P. XI/3,p.37. Obras Completas de S.V.P. CANCIÓN: EL CORAZÓN DE SAN VICENTE DE PAÚL Oh, Señor, dame una canción para Vicente de Paúl. Una que pueda transmitir la gran urgencia del amor, lo imperativo de servir a los más pobres de los pobres, y el fuego abrasador por predicarles la verdad.

CORO Señor, la tierra gime de miseria y desgracia, y el egoísmo infecta el corazón de los hombres. Cada vez hay más pobres, Señor, cada vez más, y hace más falta el corazón de San Vicente de Paúl.

Oh, Señor, dame como a él un corazón enardecido, que esté dispuesto de verdad a darlo todo por amor, que no se canse de entregarse sin medida en caridad, y que en los pobres reconozca tu presencia, oh Señor.

Oh, Señor, dale a mi canción el fuego de tu Santo Espíritu, para con ella yo encender la llama ardiente del amor. Que la misión de Jesucristo, que es amar a los más pobres, brote en cada corazón como un fuego abrasador.

Compromiso: Contar a los familiares y amigos quién era San Vicente

210


Capítulo 33

ESPIRITUALIDAD VICENTINA


OBJETIVO: *Conocer la espiritualidad vicentina *Vivir la espiritualidad vicentina ORACIÓN: Señor Jesús, nos ponemos en tus manos para que hagas de nosotros unos servidores fieles a tu palabra, para que, como San Vicente, estemos siempre dispuestos a servir al más necesitado. Amén. TEMA: Federico Ozanam adopta las enseñanzas de San Vicente de Paúl para servir al pobre, pues se identifica con la labor que quería realizar con sus amigos en las nacientes Conferencias de Caridad. Es por esto que la Sociedad de San Vicente de Paúl lleva su nombre, y sus socios se apropian de la espiritualidad vicentina para ejercer su labor con los pobres. CARACTERÍSTICAS DE LA ESPIRITUALIDAD VICENTINA 1. La centralidad de Jesucristo, evangelizador de los pobres 20 No hay nada más importante en la experiencia espiritual del vicentino que la centralidad de la experiencia de Jesucristo, y de Jesucristo como evangelizador y servidor de los pobres. Éste es el fundamento de la misión vicentina, el modelo para el cristiano que quiere vivir su fe en un compromiso desde el estilo de San Vicente. Desde aquí se descubre y sigue a Jesús, fijando la mirada en él, que vive cercano a los pobres, que les escucha, les asiste, les perdona, les da de comer, camina con ellos y les anuncia que el Reino de los cielos es para ellos, y para todos aquellos que se hacen como ellos. 2. Amar a Cristo en los pobres y a los pobres en Cristo, sirviéndoles “corporal y espiritualmente” Jesucristo en los pobres, los pobres en Jesucristo, son los dos pies que tiene el corazón vicentino para hacer su travesía por este mundo. A los pobres y a Jesucristo los podemos distinguir, pero no separar. La pasión por Jesucristo nos compromete en una compasión efectiva por los pobres, y también nos dispone al padecimiento que hay qué pagar como precio por ayudar a los heridos del camino(Lucas 10, 25‐37).

20 lasanvicente.org/.../TEMA%203%20Características%20del%20CA

212


La salvación nos viene por Jesucristo, lo sabemos bien, no por los pobres, pero la garantía de que aceptamos la salvación de Jesucristo se manifiesta compartiéndola con los pobres. San Vicente está animado por una fe profunda. Por la misma razón pidió a los suyos que fueran capaces de contemplar a Dios y a Cristo en los rostros sufrientes y desfigurados de los pobres, mirándolos a la luz de la fe. Ese rostro desfigurado de los pobres es el rostro de Cristo en el momento de su pasión. Por eso es necesaria la mirada de la fe y desde la fe (Isaías 50, 4‐9 ‐ Mateo 17, 29‐31). 3. Servir a los pobres con una caridad práctica y concreta El énfasis de la tradición vicentina está sobre el punto de la caridad práctica. Es éste el secreto de la santidad del Vicentino. San Vicente pone el acento sobre el amor efectivo. Cuando tenía hambre no sólo me compadecieron, sino que me dieron de comer, y cuando tuve sed no solo se acercaron para contemplarme, sino que me dieron de beber, cuando estuve en la cárcel no solo rezaron por mí, sino que fueron a verme... (Mt 25, 31 ss). Desde el tiempo de San Vicente hasta hoy, las asociaciones vicentinas son reconocidas como hombres y mujeres capaces de amar de una manera práctica, concreta y efectiva. Aman, sirviendo a los pobres. Los Vicentinos nacen para buscar soluciones a los problemas del pobre, soluciones concretas a corto, mediano y largo plazo. 4. Esfuerzo por vivir y servir con un estilo de sencillez y humildad San Vicente dice: el espíritu de Jesucristo es un espíritu de sencillez, que consiste en decir la verdad, en decir las cosas tal y como son. A Dios le gusta comunicare a las almas sencillas. Vivir en el espíritu vicentino es vivir caminando por adquirir este estilo que nos asemeja a Jesucristo y nos pone en contacto cercano y fraterno con los pobres. La humildad es el fundamento de la perfección y el camino que conduce a la santidad. San Vicente centra su atención en la humildad de Jesucristo, quien por amor toma nuestra condición humana, y lo presenta a sus seguidores como el modelo de humildad por excelencia (Filipenses 2, 7). La humildad nos lleva a reconocer nuestra condición de criaturas, y nuestra necesidad de redención. La humildad se revela en la actitud agradecida por los dones recibidos y nos lleva

213


por otra parte, a ver todo en nuestra vida como gracia. También se concreta en una madurez espiritual que lleva a la persona a vivir “en actitud de siervo”. Se manifiesta, finalmente, en el deseo efectivo de dejarse evangelizar por los pobres: “nuestros señores y maestros”. 5. Servir al pobre en contacto personal Desde el carisma vicentino se sirve al pobre en contacto directo y personal con él. Se es vicentinos porque se está con el pobre, se le conoce en persona; los programas para asistirlo se elaboran desde sus necesidades y no desde el sentir del vicentino. Para el vicentino nada puede suplir el contacto directo con los pobres. Con los pobres se debe buscar la solución a sus problemas, para ser vicentino, lleva dos elementos inseparables: amor hecho ayuda concreta y solidaria y evangelización clara y liberadora. Pan y catecismo, caridad y misión. El evangelio sin pan, sin ayuda concreta, quedaría mutilado, y el pan sin evangelio crearía personas dependientes, es decir, nuevas pobrezas. San Vicente decía: Tenéis que tener cuidado que no les falte nada... tanto para la salud de su cuerpo, como para la salvación de su alma. 6. Los pobres son considerados como “amos y señores” Es en el contacto directo con los pobres, hecho desde la fe, desde donde se aprende este principio como una experiencia. Ellos son el sacramento sufriente de Jesucristo, un sacramento rudo, tosco, maloliente a veces. Ellos son el Cristo desfigurado de la cruz, pero Señor del mundo, de la historia y del corazón de sus seguidores. Ellos manifiestan necesidades y el vicentino ayuda a la búsqueda de soluciones. Son los amos, y los vicentinos acompañan con amor servicial. No se da desde arriba, sino desde abajo; no desde fuera, sino desde dentro; no se busca sus agradecimientos, sino su curación y su liberación, para que también ellos estén en grado de ayudar a otros. 7. Llevar un amor afectivo, efectivo, creativo y contagioso El amor afectivo es la ternura en el amor, el amor efectivo es la expresión del afectivo en obras de caridad. El amor que es compasión, afecto y sentimiento profundo en su trayectoria vicentina, termina haciéndose efectivo: un servicio emprendido con alegría, con entusiasmo y constancia. Este amor es infinitamente inventivo, busca y encuentra recursos, organiza e inventa las formas de la caridad y de dar vida. Es el amor que busca amar y que otros también 214


lo vivan de la misma manera. Por eso San Vicente diría: “no me basta con amar a Dios si mi prójimo no lo ama”, o también: “el Hijo de Dios se hizo hombre... no 21 sólo para que nosotros fuéramos salvados, sino también salvadores como Él”. 8. Dejarse evangelizar por los pobres Son ellos los que vienen a liberar al socio del vivir centrados en ellos mismos: ese es el mejor salario. Los pobres le dan dirección y sentido a la vida del vicentino. Decía san Vicente: “vuestro gran negocio, y lo que Dios os pide particularmente, es que tengáis mucho cuidado de servir a los pobres que son vuestros señores... son nuestros amos”.22 Alejarse de los pobres es alejarse de Dios, acercarse a los pobres es acercarse a Dios. Ellos necesitan una Buena Noticia, y los vicentinos tienen, de parte de Jesucristo, esa Buena Noticia hecha con el pan de la justicia y del servicio de amor. 9. El carisma vicentino es un carisma misionero Ser misionero significa salir para ir al encuentro de los demás. Jesús es el misionero del Padre. San Vicente es el misionero que sale de sus planes y proyectos para convertirse en el ser para los demás. Convoca a mujeres y hombres para salir de sí mismos e ir a los pobres de toda Francia y del mundo entero. Los convoca para ir allí donde las necesidades son mayores y los pobres son “los más pobres”. La disponibilidad y movilidad son actitudes fundamentales del carisma. Escuchemos a Dios: 1 Juan 3:15 ‐ 18 ACTIVIDAD: REPRESENTANDO LA CARIDAD Se divide el grupo en nueve subgrupos, a cada uno se le entrega una característica de la espiritualidad vicentina y éste lo presentará a los compañeros según su creatividad: coplas, trovas, dibujos, sociodrama, narración, entro otros. Finalidad: Tener claras las características de la espiritualidad vicentina y cristiana.

21 Cfr SV XII, 294 / ES XI, 580. Cfr. J.‐P. Renouard, Los laicos y el Señor Vicente, en VINCENTIANA 39 (1995) 213‐214. 22 SV IX, 119 / ES IX, 125

215


PARA APRENDER:

PLEGARIA VICENTINA

Señor, hazme amigo de todos, haz que mi persona inspire confianza a aquellos que sufren y se lamentan, a aquellos que buscan la luz lejos de Ti, a los que quisieran confiarse y no se sienten capaces.

que están cerca de mí, de aquellos que están preocupados y desorientados, de aquellos que sufren sin mostrarlo, de aquellos que se sienten aislados sin quererlo. Señor, dame una sensibilidad que sepa salir al encuentro del corazón. Libérame del egoísmo para que pueda servirte, para que pueda amarte, para que pueda escucharte en el hermano que encuentre. Amén ¡San Vicente de Paúl, ruega por nosotros!

Señor: ayudame para no pasar cerca de ninguna persona con el rostro indiferente, con el corazón cerrado, con el paso apresurado. Señor: ayúdame a darme cuenta rápidamente de la presencia de aquellos

CANCIÓN:

HIMNO SOCIEDAD DE SAN VICENTE DE PAÚL Bajó una luz, mientras en París, Vicentinos, a Jesús, rezaban así:

Señor, esta luz que veo brillar, es el rostro de Jesús en cada hogar.

“Es mi vocación Compartir, Señor, mi cristiano corazón, mi fe y mi amor”.

Sentir compasión, sufrir su dolor, buscando la salvación, es fe y es amor.

Y una red de caridad nació de aquella amistad. Servirle al pobre, es nuestra ilusión; dar amor alrededor, nuestra vocación.

Y vivir la Caridad, con laicos en comunidad, servirle al pobre, es nuestra ilusión; dar amor alrededor, nuestra vocación (bis)

Compromiso: Escribe una carta de agradecimiento a Dios por todo lo que te ha dado.

216


Capítulo 34

FEDERICO OZANAM


OBJETIVOS: *Conocer la vida de Federico Ozanam *Aprender de la vida de Federico Ozanam ORACIÓN: Señor Jesús, te pedimos nos ayudes a entender, a vivir y practicar nuestra vida cristiana como lo hizo Federico Ozanam; enséñanos a amar. Amén. TEMA: 23Antonio Federico Ozanam, nació el 23 de abril de 1813 en Milán, en el norte de Italia. Y fue bautizado el 13 de mayo. Trece años después, el 11 de mayo de 1826, en el templo San Pedro, en Lyon, recibirá su Primera Comunión. Federico es el quinto hijo del matrimonio de Juan Antonio Ozanam, antiguo oficial del ejército napoleónico y luego médico, y María Nantas. Forman un hogar en el que la fe vivida ilumina el quehacer cotidiano, y en el que el amor no queda contenido entre los miembros de la familia sino que se efectiva a los hermanos en necesidad. Fue Federico el quinto hijo del matrimonio, tuvo catorce hermanos, once de los cuales murieron muy pequeños. Sólo llegaron a la edad adulta Federico, Alfonso quien se ordenó sacerdote a los 18 años, y Carlos, el menor, quien siguió la profesión de su padre: la medicina. Ya desde niño Federico aprende a respetar al pobre y al desvalido, siendo instruido en la escuela de la viva caridad de su padre, quien como médico asiste gratuitamente a muchísimos pobres; y en la bondad y sencillez cristiana de su madre, que se combina con su servicio generoso a los desvalidos y con sus significativas dotes culturales, impregnando el hogar familiar de un claro y profundo espíritu cristiano. Su educación formal la recibe en Francia, tanto en Lyon como en París, bebiendo mucho de la literatura anticristiana en boga, pero al mismo tiempo profundizando con dedicación en el conocimiento de la fe. Federico pasó su infancia con su familia en Lyon, de donde tuvo que desplazarse por motivos sociales y económicos. 23http://mercaba.org/FICHAS/ESPIRITUALIDAD/federico_ozanam.htm

218


Inició sus estudios en el Colegio Real de Lyon, donde se caracterizó por sus buenas notas y su vena literaria. En 1831 deja su casa paterna y se dirige a París para continuar con los estudios en el campo jurídico y en el campo de las letras. En 1833 recibe el título de Doctor en Derecho, al cual accede por amor a sus padres. En 1839 se gradúa en letras. 1841 contrae matrimonio con Amelia Soulacroix, unión bendecida con el fruto de una hija que llamó María.24 Fue profesor de derecho y de literatura, fue candidato a la Asamblea Nacional Constituyente. Además fue un gran escritor: “Dios colocó en este hombre una gran capacidad para plasmar por medio de escritos su presencia y su amor…” La época que vivió Federico fue llena de incertidumbres por las tensiones sociales que se desarrollaban en este momento histórico de la Revolución Industrial, donde nace una nueva clase social denominada “el proletariado”, por la cual éste lucha incansablemente, pues se vive una injusticia social y explotación laboral, y escribe a su primo: “debemos trabajar con entusiasmo, con un noble instinto de porvenir a favor de las clases obreras, hacinados en grandes ciudades, aplastados por un egoísmo desdeñoso, pobres islotes de nuestra sociedad que se auto‐titula libre o igual…” Su pensamiento político se basaba en un ideal de DEMOCRACIA, donde hubiese igualdad de derechos, donde no existiera la corrupción, donde se apoyara a los pobres para que fueran mejores personas. Cuando Federico tenía 20 años fundó, junto con otros amigos, lo que hoy se conoce como Conferencias de Caridad. Que empezaron como grupos de estudio universitarios de historia, filosofía y religión. Estando en unas de sus “tertulias”, les confrontaron su quehacer cristiano y esto los llevo a convertirse en grupos de jóvenes que van de la oración a la acción, con el propósito de “Encerrar el mundo en una red de Caridad”. Siendo Federico un hombre muy joven, lleno de vida y con su hija muy pequeña, comienza a sufrir de una grave enfermedad, que lo lleva a la muerte a sus 40 años, el 8 de septiembre de 1853, en Marsella. 24 HOLGUÍN, Padre Luis Emilio. Ozanam y su obra.

219


ACTIVIDAD Se divide el grupo en subgrupos (5 niños), se entregará a cada grupo una imagen de Federico Ozanam, cartulina y periódico. Cada grupo realizará un cartel colocando en el centro la imagen de Federico y del periódico recortarán imágenes que hagan referencia a la vida de Federico. Luego cada grupo lo explicará a los demás compañeros.

Finalidad: Tener clara la vida y servicio de Federico Ozanam, para tomarla como ejemplo. CANCIÓN: ALMA MISIONERA Señor, toma mi vida nueva, antes de que la espera desgaste años en mi. Estoy dispuesto a lo que quieras, no importa lo que sea, tú llamame a servir.

Coro Llévame donde los hombres necesiten tus palabras, necesiten mi ganas de vivir, donde falte la esperanza, donde falte la alegría, simplemente, por no saber ti.

Coro Llévame donde los hombres necesiten tus palabras, necesiten mi ganas de vivir, donde falte la esperanza, donde falte la alegría, simplemente, por no saber ti.

Y así, en marcha iré cantando, por calles predicando, lo bello que es tu amor. Señor, tengo alma misionera, condúceme a la tierra que tenga sed de Dios.

Te doy mi corazón sincero para gritar sin miedo tu grandeza, Señor. Tendré mis manos sin cansancio, tu historia entre mis labios y fuerza en la oración.

Coro Llévame donde los hombres necesiten tus palabras, necesiten mi ganas de vivir, donde falte la esperanza, donde falte la alegría, simplemente, por no saber ti.

220


APRENDER: ORACIÓN PARA LA CANONIZACIÓN DEL BEATO FEDERICO OZANAM Señor, has hecho del Beato Federico Ozanam un testigo del Evangelio, maravillado con el misterio de la Iglesia. Has inspirado su lucha contra la miseria y la injusticia, y le has dotado de una incansable generosidad al servicio de cualquier hombre que sufre. En familia, se reveló hijo, hermano, esposo y padre de excepción. En el mundo, su ardiente pasión por la verdad iluminó su pensamiento, su enseñanza y sus escritos. A nuestra Sociedad, que concibió como una red universal de caridad, insufló el espíritu de amor, audacia y humildad, heredado de San Vicente de Paúl. En cada uno de los aspectos de su breve existencia, aparece su visión profética de la sociedad, tanto como la evidencia de sus virtudes. Por estas múltiples dotes, te damos gracias, Señor, y solicitamos – si tal es tu voluntad – la gracia de un milagro, por la intercesión del Beato Federico Ozanam. ¡Que la Iglesia proclame su santidad, tan providencial para los tiempos presentes! Te lo rogamos, por Nuestro Señor Jesucristo, Amén FRASES DE FEDERICO: “La única regla a seguir para los actos humanos, la única ley que debe gobernarlos , es la del amor” «Vencer sin riesgos es triunfar sin gloria, pero cuanto más difícil es la obra tanto más bello es realizarla»

Compromiso: Dar a conocer a los demás quién es Federico Ozanam

221


Capítulo 35

LA FE DE FEDERICO OZANAM


OBJETIVOS *Conocer la fe con la que vivió Federico Ozanam *Aprender a amar y a servir a Dios y a los hermanos como lo hizo Federico. ORACIÓN: Señor Jesús, enséñanos amar como tú y Federico Ozanam, que nuestra entrega a los pobres sea cada vez más generosa, material y espiritualmente. Amén. TEMA: No hay duda de que la fe de Federico fue infundida en su hogar, donde recibió de una manera plena el don de la fe; fueron sus padres los que le enseñaron a amar a Dios y servir a los pobres. Él mismo dice que fue de su madre de quién recibió esta gran formación cristiana, fue esto lo que lo llevó a actuar como defensor de la Iglesia por muchas ocasiones y a dar testimonio de servicio y amor: porque creyó, sirvió.25 Federico, laico, esposo y amigo comprometido, fue un cristiano consciente y plenamente coherente, supo hacer valer sus convicciones en cualquier ambiente de su vida; es lo que podríamos llamar un cristiano integral. Después de haber sido el mejor de los hijos, de los hermanos y de los amigos, fue el más tierno, el más solicito de los maridos y de los padres. Su vida la podemos resumir en tres palabras: oración, trabajo y entrega. El corazón de este gran hombre, en que sobreabunda el amor; con una gran inteligencia que llegaba a todos, lo abrazaba todo. Federico buscó a Dios, y llegado a este punto elevado de su búsqueda, es donde vive su anhelo por servir a Dios y a la Iglesia. Para Federico, en cuestión de la fe no todo fue color de rosa; a sus 15 años sufre una crisis de identidad y de religión, hecho que hace sufrir su espíritu. Además, sus estudios de retórica y filosofía lo llevan a reflexionar el porqué de su fe y él mismo lo describe así: 26 “He conocido todo el horror de las dudas que roían mi corazón durante el día y durante la noche… la incertidumbre de destino eterno no me dejaba reposar.” (Obras completas de Federico Ozanam, Tomo II) Con la ayuda de su guía espiritual, el padre Noirot, logró resolver y sobreponerse a todas sus dudas y en sus momentos de confusión. Su fe y el amor proveniente 25 26

Ozanam y su obra. Padre Luis Emilio Holguín. Federico Ozanam, sus múltiples facetas. Comité de Formación, Medellín.

223


de Dios le dieron la valentía, la fuerza, el entusiasmo, la sabiduría y el compromiso para realizar a plenitud el propósito que Dios tuvo para su vida. Este espíritu cristiano se desbordaba por todos sus poros de joven, y quería, a su vez, contagiar y acompañar a los jóvenes de su época para llevarlos al servicio de Dios en los más necesitados. Fue un joven valiente que no desaprovechaba cualquier ocasión para dirigirse a los jóvenes y trasmitirles ese espíritu de servicio y valentía que necesitaban la Iglesia y los pobres. En la agenda de toda la vida de Federico Ozanam figura su fe como el punto de partida para conseguir el objetivo principal de todo su actuar. En una carta de 1852 a su amigo Charles Hommais declara: Estoy profundamente convencido por las pruebas interiores del cristianismo. Llamo a esta experiencia de cada día que me hace encontrar en la fe de mi infancia toda la fuerza y toda la luz de mi edad madura, toda la santificación de mis alegrías domésticas, todo consuelo de mis penas”. 27 En esta misma carta se encuentra su famosa frase: “Tenemos dos vidas, una para buscar la verdad y defenderla, y la otra para practicarla”. Para Federico Ozanam, como para San Vicente de Paúl, la clave de su pensar radica en su fe profunda, que para ellos era considerada hija de la caridad, porque la fe sin caridad no tiene sentido. Por eso, cuando se dirige a sus jóvenes amigos, sus consejos se toman en reprensión: “La tierra se ha enfriado, somos nosotros los católicos a quienes corresponde reanimar el calor vital que se apaga, es a nosotros a quienes corresponde comenzar de nuevo la gran obra de la regeneración, aunque fuera necesario comenzar de nuevo la era de los mártires. ¿Nos quedaremos inertes en medio de un mundo que sufre y gime? Y nosotros, mi querido amigo, ¿no haremos nada para parecernos a esos santos a los que queremos? En aquella época de incredulidad en la que la institución eclesiástica es ultrajada, la fe sólidamente anclada de Federico alcanza su plenitud de manera natural en el seno de la Iglesia, “mi Iglesia”, como le gustaba decir. Fe y caridad es una misma cosa para esa Iglesia en la que los pobres se consideran los protagonistas porque ellos son el rostro de Cristo. “Ellos son para nosotros las imágenes de ese Dios al que no vemos, y como no sabemos amarle de otra manera, lo amaremos en sus personas”.

27 FEDERICO OZANAM GRAN APOLOTISTA DE LA FE EN EL SIGLO XIX. By FatherTeodoroBarquin CM

(www.svdpusa.org/linkClick.aspx?fileticket=5MqvCsBtfs%3D...)

224


Antes de su muerte Federico escribe en su testamento:“Entrego mi alma a Jesucristo, mi salvador, aterrado por mis pecados, pero lleno de confianza en su infinita misericordia. Muero en el seno de la Iglesia Católica, Apostólica y Romana. Conocí todas las dudas del presente siglo, pero toda mi vida estuve convencido de que el descanso del espíritu y del corazón se encuentran únicamente en la Iglesia de Cristo y en sometimiento a su autoridad. Suplico a mi esposa, a mi hija y todos sus descendientes que perseveren en la fe, a pesar de las humillaciones y de los escándalos y traiciones que les toque presenciar.” 28 Escuchemos a Dios: Santiago 2:14 ‐ 17 ACTIVIDAD: Sociodrama Se divide el grupo en dos, cada uno deberá representar una etapa de la vida de fe de Federico *Su vida en familia, como sus padres le infundieron la fe. *Su crisis de fe a la edad de 15 años. El facilitador les deberá acompañar en cada grupo para contar nuevamente la historia y ayudarles a organizar la presentación. Finalidad: Familiarizarse con la vida de fe de Federico Ozanam. PARA APRENDER ORACIÓN MISIONERA Dios, Padre de bondad, tú que nos llamas por nuestro nombre, ayúdanos a ser fieles a la vocación recibida. Queremos ser sal y luz del mundo, sirviendo siempre entre los más pobres con amor efectivo y afectivo. Necesitamos de tu Hijo Jesucristo para anunciar tu Palabra en la realidad a la que hemos sido enviados. Queremos ser testigos del Reino viviendo las Bienaventuranzas. Envíanos el Espíritu Santo para que, como Iglesia, vivamos la Comunión y la Unidad. Los laicos misioneros queremos acoger el don de la comunidad y renovarnos a la luz de tu Evangelio. Que María, Reina de la Misiones, nos acompañe y vele por la continuidad en la entrega a la tarea encomendad por Jesucristo Nuestro Señor. Amén 28Testamento de Federico Ozanam, Pág 285.

225


CANCIÓN: NUEVA GENERACIÓN Yo vengo del sur y del norte, del este y oeste, y de todo lugar; caminos y vidas recorro llevando socorro, queriendo ayudar.

El mundo va herido y cansado de un negro pasado de guerras sin fin; hoy teme a la bomba que hizo, la fe que deshizo y espera por mí Al pecho llevo una cruz y en mi corazón, lo que dice Jesús (BIS)

Mensaje de paz es mi canto, y cruzo montañas, y voy hasta el fin; el mundo no me satisface, lo que busco es la paz, lo que quiero es vivir.

Yo quiero dejar mi recado, no tengo pasado pero tengo amor; el mismo de un crucificado que quiso dejarnos un mundo mejor

Al pecho llevo una cruz y en mi corazón, lo que dice Jesús (BIS)

Yo digo a los indiferentes, que soy de la gente que cree en la cruz, y creo en la fuerza del hombre que sigue el camino de Cristo Jesús

Yo sé que no tengo la edad, ni la madurez de quien ya vivió, mas sé que es de mi propiedad, buscar la verdad y gritar con mi voz.

Tomado de albumcancionyletra.com

Compomiso “Recordar con frecuencia que, como siervos de los pobres, les debéis una gran humildad, paciencia y cordialidad. Tened buen cuidado de tratar con palabras amables y respetuosas a los pobres que visitéis.” Santa Luisa de Marillac

226


Capítulo 36 LA CARIDAD DE FEDERICO OZANAM


OBJETIVO: *Entender y vivir la caridad *Conocer la entrega al servicio de Federico Ozanam ORACIÓN: Gracias, Señor Jesús, por darnos ejemplos de vida que me lleven a ponerlos en práctica a partir de nuestra fe en el bautismo, gracias por darnos la oportunidad de conocerte. Amén. TEMA: Caridad es el don espiritual, el amor de Dios que el Espíritu Santo infunde en el corazón humano y que lleva a entregarse a su vez al mismo Dios y al prójimo. (Benedicto XVI, 25 septiembre, 2005). Caridad: La tercera y principal de las Virtudes Teologales. La caridad es el amor de Dios habitando en el corazón. Federico tenía claro que la fe debía estar acompañada por obras, que servir a los demás como le enseñaron sus padres, estaba acompañado por la ayuda material y espiritual, teniendo contacto persona a persona y buscando promover la dignidad humana, es decir, que las personas sean mejores personas y que promuevan su propio desarrollo a partir de ese acompañamiento. Para ejercer la caridad, Federico recomienda “Ir al encuentro de los pobres”. La fundación de las Conferencias de San Vicente de Paúl (1833)29 Federico, a sus 20 años, sólo dos años después de llegar a París, funda, junto con un pequeño grupo de jóvenes estudiantes de su edad, las Conferencias de San Vicente de Paúl. Éste resultó ser el verdadero hogar de su vida y de su fe hasta su muerte temprana a los 40 años. Los primeros pasos de Ozanam para tratar de confirmar su fe habían tomado antes forma en unas Conferencias de Historia en las que se trataba de defender en el mundo universitario la influencia de la Iglesia Católica en la creación de la cultura europea. Pero muy pronto un joven agnóstico, influido por el pensamiento socialista de Saint‐Simón, vino a Ozanam y a sus amigos católicos y les reprochaba, en suma, que la Iglesia se había olvidado de los pobres de aquel tiempo, advirtiéndoles, además, que si querían probar ante sí mismos y ante el 29 http://somos.vicencianos.org/blog/2013/09/09/federico‐ozanam‐precursor‐de‐la‐doctrina‐social‐de‐la‐iglesia/

228


mundo la verdad de su fe, no había otro camino que el señalado 19 siglos antes en la carta de Santiago: la fe, si no se manifiesta en obras a favor de los necesitados, está realmente muerta (St 2,14‐17). El reproche del estudiante agnóstico hizo eco en Ozanam y sus amigos. Las nuevas Conferencias que habían de fundar no serían ya de historia, sino de caridad. Así describe el mismo Ozanam, siete meses antes de morir, las ideas que les impulsaron a fundar las Conferencias de San Vicente de Paúl: “Os habla uno de aquellos ocho estudiantes que hace veinte años se reunieron bajo la inspiración de san Vicente de Paúl en la capital de Francia. Sentíamos la necesidad de mantener nuestra fe en medio de los asedios que procedían de diversas teorías de profetas falsos, y nos dijimos: trabajemos, hagamos algo que dé fortaleza a nuestra fe. Pero ¿qué podíamos hacer para ser católicos de verdad sino consagrarnos a hacer lo que más agrada a Dios? Socorramos, pues, a nuestro prójimo como lo hacía Jesucristo. Para que Dios bendiga nuestro apostolado nos falta una cosa: obras de caridad. La bendición de los pobres es la bendición de Dios.”(ibid 14) Estas Conferencias no le empujan a la posición defensiva de las Conferencias de Historia; le llevan a la acción. Y le empujan no simplemente a la acción, por ejemplo, de propaganda de la doctrina católica, sino a la acción social. Y, además, a la acción social como manifestación privilegiada de la fe, pues una tal acción a favor del prójimo es “lo que más agrada a Dios”. (ibid 14) Las Conferencias de San Vicente de Paúl, también llamadas Sociedad de San Vicente de Paúl, es una asociación de seglares católicos, para la atención a los más pobres y necesitados. Es una asociación católica que no depende administrativamente de la Jerarquía de la Iglesia; pero, sin embargo, profesa un gran respeto y una ejemplar obediencia a la misma.30 Todos los que conforman la Sociedad de San Vicente son laicos comprometidos. Su fundador quiso que no faltara la compañía de un sacerdote, preferiblemente que conozca la vida de San Vicente y Federico Ozanam, para asesorar espiritualmente a los miembros de las Conferencias. Los miembros de las Conferencias deben dar testimonio de vida cristiana y un gran amor por los pobres. Los miembros de las Conferencias son llamados Socios Vicentinos, deben ser voluntarios comprometidos con gran capacidad de amar y de servir, se llaman laicos. 30 Ozanam y su obra. Padre Luis Emilio Holguín.

229


“Por el nombre de laicos se entiende aquí todos los fieles cristianos, a excepción de los miembros que han recibido un orden sagrado y los que están en estado religioso reconocido por la Iglesia, es decir, los fieles cristianos que, por estar incorporados a Cristo mediante el bautismo, constituidos en Pueblo de Dios y hechos partícipes a su manera de la función sacerdotal, profética y real de Jesucristo, ejercen, por su parte, la misión de todo el pueblo cristiano en la Iglesia y en el mundo” (Lumen Gentium. Capítulo IV:31) Federico Ozanam fue pionero en la visión de la Iglesia, fue precursor de la Doctrina Social, quién, en su momento, le da importancia a los laicos que no eran tenidos en cuenta y los invita a ser activa parte de la Iglesia, y hoy, a partir del Concilio Vaticano II, se confirma y se pone en práctica. ACTIVIDAD: SOPA DE LETRAS B

O

N

I

T

N

E

C

I

V

Q

P

R

O

S

A

H

H

P

N

C

A

O

S

O

I

W

A

R

L

O

D

M

I

C

C

B

G

O

Q

D

A

A

M

I

N

Q

E

M

N

N

D

O

O

O

E

D

R

O

E

U

I

Z

R

A

R

E

T

C

C

M

R

A

P

M

E

O

N

I

E

Z

A

N

M

I

F

Q

E

O

S

P

C

A

O

G

N

A

X

N

I

D

E

M

C

O

O

L

Ñ

O

D

O

D

E

R

S

C

I

I

H

A

A

C

O

M

P

A

Ñ

A

R

D

S

E

R

B

O

P

Q

J

T

E

H

C

L

A

I

C

O

W

W

S

Acompañar Amigos Amor Caridad Compromiso Conferencia Entrega Laico Mundo Necesidades Ozanam Pobres Promocion Red Socio Vicentino

Kokolikoko.com

Finalidad: Que los niños se familiaricen con los conceptos tratados en el tema. 230


Escuchemos a Dios: Lucas 21:1,4 PARA APRENDER: ORACIÓN VICENTINA Señor Jesús, Tú que quisiste hacerte pobre, haz que tengamos ojos y corazón para los pobres; y que te reconozcamos a Ti en ellos: en su sed, en su hambre, en su soledad, en su desventura. Suscita en nuestra Familia Vicentina la unidad, la sencillez, la humildad y el fuego de la caridad que abrasó a San Vicente de Paúl Danos fortaleza para que, fieles a la práctica de estas virtudes, podamos contemplarte y servirte en la persona de los pobres, y un día unirnos a Ti y a ellos en tu Reino. CANCIÓN:

DONDE HAY CARIDAD Y AMOR

Donde hay caridad y amor, allí está el Señor. (bis)

Comulguemos en el Cuerpo y la Sangre que Él nos da, y también en el hermano, si lo amamos de verdad.

Una sala y una mesa, una copa, vino y pan, los hombres compartiendo en amor y en unidad. Nos reúne la presencia y el recuerdo del Señor, celebramos su memoria y la entrega de su amor. Invitados a la mesa del banquete del Señor, recordemos su mandato de vivir en el amor.

Este pan que da la vida y este cáliz de salud, nos reúne a los hermanos en el nombre de Jesús. Anunciamos su memoria, celebramos su pasión, el misterio de su muerte y de su Resurrección. Compromiso: Según mis capacidades, ayudar al necesitado, sea un familiar, compañero, amigo o un desconocido.

231


VOCABULARIO


Analogía: Relación de semejanza entre cosas distintas. Concupiscencia: Deseo de bienes y placeres materiales, especialmente deseo sexual, generalmente desordenado o exagerado. Designio: Intención o plan para realizar una cosa; designio divino. Discernir: Distinguir y diferenciar por medio de los sentidos o de la inteligencia una cosa de otra u otras, especialmente el bien del mal. Dogma: Punto principal de una religión, doctrina o un sistema de pensamiento que se tiene por cierto y seguro y no puede ponerse en duda. Verdad absoluta. Dracma: Moneda antigua de plata de Grecia y Roma que valía cuatro sestercios. Ego: Ser individual. Encarnación: Acción de tomar forma material o carnal una cosa no material o un ser espiritual; la encarnación de Dios en Jesucristo significa que Dios se hace hombre. Gaudete: Es el nombre que recibe el tercer Domingo de Adviento, según el calendario litúrgico. Gaudete quiere decir regocijaos, y a este día se le define de esta manera, porque es la primera palabra que se menciona en la celebración, específicamente en el introito. Se inicia así, pues busca animar al pueblo a continuar con las preparaciones para la solemnidad de la Natividad del Señor (el día de Navidad). Idolátrico: (Idolatría) Adoración o culto que se rinde a un ídolo. Inaudito: Es tan particular o poco frecuente que, cuando ocurre, causa sorpresa y extrañeza Incruentamente: (Incruento) Que no lleva consigo derramamiento de sangre. Indisolubilidad: (Indisoluble) Que no puede ser resuelto o que no tiene solución: un misterio indisoluble.

233


Inefable: Que no se puede decir, explicar o describir con palabras. Inhabitación trinitaria: Propiamente se llama "inhabitación trinitaria" al misterio por el cual la Santísima Trinidad habita en el corazón de la persona que está en gracia (es decir, sin pecado mortal). Inmutable: Que no cambia o no puede cambiar. La definición del concepto permite inferir que Dios es el único ser omnisciente. Los seres humanos no son capaces de conocer todas las cosas, ya que dicha facultad excede a la propia condición humana. Introito: Principio de un escrito o de una oración. Primera oración que recita el sacerdote al principio de la misa.) Laetare: Nombre que recibe el cuarto domingo de cuaresma, según el calendario litúrgico. Laetare quiere decir "alegraos". Se inicia así, pues debe entenderse como un descanso durante la cuaresma, que representa el retiro por el cual pasó Jesucristo durante cuarenta días. Lo dice el mismo Señor (Jn 14,23): “Si alguno me ama, guardará mi Palabra, y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos morada en él”. Y San Pablo (Ef 3,17): “Que Cristo habite por la fe en vuestros corazones”. Misterio: 1) Hecho que no tiene una explicación racional conocida: los misterios de la naturaleza. Enigma (Frase o pregunta de significado oculto que se hace difícil de entender o resolver). 2) Dogma cristiano inaccesible a la razón y que es objeto de fe: el misterio de la Santísima Trinidad. 3) Momento de la vida, pasión y muerte de Jesucristo: el misterio de la pasión de Cristo. Omnipotente: La palabra omnipotente proviene de omni‐ que significa “todo” y potente, que significa “poder”. Al igual que con los atributos de omnisciencia y omnipresencia, se entiende que, si Dios es infinito y soberano, lo cual sabemos que es, entonces Él también es omnipotente. Él tiene todo el poder sobre todas las cosas, en todos los tiempos y en todas las formas. Omnisciente: Es un término formado por dos vocablos latinos que significa “que conoce todo”. Se trata de un adjetivo que permite nombrar al que tiene omnisciencia, es decir, que conoce toda la realidad e incluso aquello que entra en el campo de lo posible. 234


Preexistencia: Que existe antes de un determinado momento. Realismo: Forma de ver los hechos o las cosas tal como son en realidad. Sacrilegio: Falta de respeto hacia una persona, cosa o lugar sagrados. Violación o trato injurioso de un objeto sagrado. Signo: El Signo es una señal, una realidad externa, que remite a otra realidad distinta, bien determinada, clara, comprendida racionalmente, que se percibe a través de los sentidos. Hay signos naturales y signos convencionales: * Los signos naturales llevan su significado en lo que son. Ejemplo: el humo, que indica fuego; la sonrisa, que expresa alegría. * Los signos convencionales significan lo que las personas hemos convenido que signifiquen. Ejemplo: señales de tránsito, de peligro (una calavera), etc.

Símbolo: El Símbolo es un elemento sensible que remite a una realidad de otro orden, percibida en forma más intuitiva que racional, es decir, a una realidad no captada plenamente en el orden del razonamiento. Ejemplo: los cristianos católicos cuando vemos el signo de la cruz, que es el símbolo, nos remitimos a la muerte y resurrección de Jesús. El motivo por el cual la realidad simbolizada no es percibida con precisión racional, es que tal realidad afecta a lo más radical de nuestra propia persona o a algo trascendente. Y lo más radical, lo más profundo, escapa de nuestro raciocinio; esas realidades son experimentadas, sentidas, vividas, pero no razonadas. Solidaridad: Apoyo a una causa o al interés de otros. Torá: En su más limitado sentido, Torá se refiere a los cinco libros de Moisés: Génesis, Éxodo, Levítico, Números y Deuteronomio. También puede ser utilizada para referirse a la Biblia entera (los cinco libros, los profetas y los hagiógrafos, también conocidos como "Tanaj").Y en un sentido más amplio, puede aludir al cuerpo total de las enseñanzas y leyes judías. A su vez, en hebreo, Torá significa ley, doctrina, y también, instrucción y enseñanza. Vivenciar: La palabra es una derivación de vivir, de experimentar, de vivencia.

235


REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS


* BENEDICTO XVI. (Porta Fidei. PF. 10) * Carta Encíclica DEUS CARITAS EST * Catecismo de La Iglesia Católica. * CORPAS de POSADA, Isabel. Encuentro, Educación Básica Secundaria. EditorIal Voluntad. Bogotá. 1990. * Curso Bíblico Fundamental. Descubriendo la Biblia. Medellín. 1985. * Dibujos tomados de Internet del autor Patxi Velasco Fano. * El anuncio del Evangelio de Hoy. Secretariado Nacional de Pastoral Social. * Enciclopedia Básica “Anunciar”. Editorial Centro Salesiano de Pastoral Quito. * Escuela Parroquial de Catequistas (ESPAC). Bogotá. 2001. * GIRALDO, Monseñor Iván Darío. Preparación para la Primera Confesión y Primera Comunión. Artes Gráficas Castañeda. Arquidiócesis de Medellín. 2008. * GRISALES GIRALDO, Presbítero Gustavo. Catequesis prebautismal. Medellín 2006. * GUTIÉRREZ, María Oliva y VALERO, Yolanda. Discípulos y Misioneros en Comunión con Cristo. Guía del Catequista. Diócesis de Zipaquirá. Bogotá. 2007. * HENAO DE LAVERDE, Maria Cecilia y Otros. Mi Religión 2. Ediciones Santillana. 2001. * LA BIBLIA, Nuestro Pueblo. Texto: Luis Alfonso SchÖkel. Misioneros Claretianos. Ediciones Mensajero. 2006. * Lumen Getium. 63, 64, 65 * MICOLTA PIÑEROS, Jorge V . y otros. Caminemos en la fe, Catecismo para la reflexión del pueblo cristiano. Publicaciones de la Fundación Adán Puerto de Tunja. Bogotá.1976. * SÁLESMAN, Jorge Eliécer. Cantos Católicos, Cantemos nuestra fe. 8º Edición. Editores Verbo Divino. Bogotá. * SIERRA PÉREZ, Monseñor Nelson. Preparación para la Primera Confesión y Primera Comunión. Visión Gráficas. Arquidiócesis de Medellín. 2005. * WEICHS, Martín. Vivir con Cristo, Curso Fundamental de la fe católica. Editores Verbo Divino. Bogotá. 2000. * Diccionario Virtual. http://es.thefreedictionary.com. * EC WIKI. Enciclopedia Católica. http://ec.aciprensa.com/wiki/Sacrilegio#.UZ‐ NT6KQXcA * http://encuentra.com/userFiles/07%20Elementos%20simbolicos%20.pdf

237


ANEXOS


ANEXO 1

LOS ANGELES

239


240


ANEXO 2

Jesús es hijo de Dios Padre

hijo de la Virgen María por eso es verdadero hombre

verdadero Dios se encarnó por obra del

Espíritu Santo para salvarnos del pecado y de la muerte

hacer el bien por su

Resurreción

241

traernos vida nueva


ANEXO 3

242


243


ANEXO 4 FLORES PARA DECORAR EL ALTAR DE MARÍA

244


Fiestas memorables de la Virgen María: * Presentación del Niño Dios en el templo. (Lucas 2: 22 – 23) (2 de febrero) * La Inmaculada Concepción (8 de diciembre) * Santa María, Madre de Dios (1 de enero) * La Anunciación de María (25 de marzo) * Nuestra Señora del Rosario de Fátima (13 de mayo) * La Visitación de María a Santa Isabel (2 de julio) * La Virgen del Carmen (16 de julio) * La Asunción de Nuestra Señora (15 de agosto) * La Natividad de María (8 de septiembre) * La Virgen de la Merced (24 de septiembre) * La Virgen del Rosario (7 de octubre) * La Virgen de Guadalupe (12 de diciembre) * La Virgen de Chiquinquirá ( 9 de Julio)

245


ANEXO 5

Los amigos de Jesús se reúnen en el templo que es la casa donde Dios reúne su familia para celebrar la palabra

celebrar la Eucaristía que es la fiesta de los cristianos

246


ANEXO 6

247


Separador, colgante de puerta (ubicar un mensaje sobre la obediencia)

248


ANEXO 7

TE OFREZCO MI CORAZÓN

249


ANEXO 8

·La persona vive una vocación especial.

·Sana, conforta y expresa el amor de Dios.

·Presencia de Dios en el amor y la familia. ·Experiencia del perdón y el amor en el encuentro con Dios.

·Nacimiento y llegada a la vida de la Iglesia. ·Madurez cristiana y compromiso con la Iglesia.

·Banquete que nos permite vivir en comunión con Dios.

250


ANEXO 9

251


ANEXO 10 El MEJOR ejemplo del perdón. Para descubrirlo sigue el laberinto y escribe las letras en las líneas de abajo.

y a

j i

p

r

a

d

c

s

s

a

e

u

o n

d s

r

e

u

c

e

p

e

l

s

a

d l

o

“__ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __: __ __ __ __ __, __ __ __ __ __ __ __ __ __ __... __ __ __ __ __ “ 23:34

252


ANEXO 11

xx 253


ANEXO 12

254


ANEXO 13

Sopa de Letras: Unción de los enfermos

ENFERMOS, ESPERANZA, EUCARISTÍA, FORTALEZA, IGLESIA, IMPOSICIÓN, ORACIÓN, PECADO, SACERDOTE, SACRAMENTO, SANACIÓN, UNCIÓN

255


ANEXO 14 Tarjeta sobre el EspĂ­ritu Santo:

,

256


ANEXO 15

´, ,

;

257


Profile for Sociedad de San Vicente de Paúl de Medellín

Guía del Catequista  

Guía del Catequista  

Advertisement