Page 1

Poetas sin Fronteras Junio 2017 AĂąo 5 Ejemplar No. 35


TODAS LAS PUBLICACIONES TIENEN DERECHO INTELECTUAL DE AUTOR Y SON PUBLICADAS CON AUTORIZACIÓN Y BAJO SU CONSENTIMIENTO SIN FINES DE LUCRO

https://www.facebook.com/poetassinfronteras.mex

http://poetassinfronterass.blogspot.mx

poetassinfronteras@hotmail.com


SIN DAÑOS Ángel Valderrama Ruvalcaba Veracruz, México Tengo ansiedad por pintar letras y mis dedos solo quieren lastimarse, quieren que mis dientes mutilen mis unas, que las hagan sangrar. Quieren causarle dolor a mis manos. Yo quiero describir una tregua climática, decir que la lluvia adormece a la noche y disipa la bruma cálida. Quiero desgarrar la sensación sudorosa que me sofoca al regresar a casa. En verdad quiero que los zumbidos intermitentes dejen de hacer ese eco chirriante que causa el escurrimiento onírico de mis ideas por mis oídos. Pienso en ese berrinche infantil al molestarse y desear no hacer nada, solo encerrarse y fingir no escuchar. Lo comparo con las manías adultas de querer disimular una molestia tratando de permanecer ocupado. Mis dedos conspiran contra mi dentadura, incluso viajan hacia mi nariz y la oprimen queriendo provocar renuencia.


Intentan e inventan motivos para despertar mi intolerancia ante cualquier error o palabra bastarda producto de vocablos pseudorenovados. Ya no deseo daĂąarme... y la ansiedad, ella va mermĂĄndose mientras la tinta baila mientras suspiro, cuando las gotas de lluvia semejan un tic-tac y tambiĂŠn latidos de corazones desconocidos.


Carta de una hija a su padre Carmen Marisol Sotomayor Ramírez Puerto Rico Querido padre: Te escribo esta sincera y humilde carta para expresar el inmenso amor que te tengo y lo agradecida y bendecida que soy al ser tu hija. Soy tu princesa como me dices. Ante tus ojos siento que me amas tanto sin importar que ya soy toda una mujer. Sabes papá te escribo esta carta en una tarde lluviosa donde me siento algo nostálgica. Ahora estoy recordando tu cantar y las voces de mis tíos Angel y Cheo que cantaban contigo música de tríos. Sabes Papá, disfrute mucho de esos momentos y amo tu dulce cantar. Tienes un Don de dar sin esperar a recibir nada y esa solidaridad de ayudar a todos es la que admiro y amo más. Ya tienes ocho décadas pero tú sigues igual con un espíritu latente de servir a todos con agilidad y amor. Te agradezco y es de corazón tus regaños porque esa fue la mejor forma de corregirme y hacerme fuerte en medio de mi adversidad. Papá mil gracias por tu ayuda y confianza la cual jamás perdí porque no quiero defraudarte. Me formaste en una mujer fuerte con principios morales los que me han ayudado en mi vida. El ejemplo y el amor vale más que todo el oro del


mundo la dedicación y ese tiempo que me has dado es un verdadero tesoro. Ahora me despido y me siento feliz y dichosa de ser tu hija y por siempre te amare como tú dices: “Al Infinito y más allá se unen nuestros corazones hasta la eternidad.” Con amor tu hija,


MUNDO CRIS MARINO (LOLA VARA) ARGENTINA Un aroma de inciensos La señal de la cruz Entre las manos Una dicotomía con opuestos en los labios/ apoplejía de cordura/ llevan a dios en todas las palabras el mundo blasfema mientras habla de valores de morales e inmorales idiotas los juzgan en el nombre del padre pobres diablos… caminan con el odio y un rosario desgranando en medio de la niebla oran milagros pobres mentes no miran sus zapatos acechan como cuervos en su vuelo que dios y el universo los ampare viven igual que los caranchos.


Cenizas Cris Marino ( Lola Vara) Argentina Sobre su propio suelo entre hojas amarillas humedecidas algas arqueó su espalda cansada de cargar de un sostener mañanas áridas tardecitas soles arrugados lunas calladas. Desgastadas ausencias Pariendo mil nostalgias Una noche cualquiera En un papel sin nombre Dibujo un tren De lata Allí sobre cenizas Calló todas las voces Se ausento en el silencio Pariéndole a la muerte Un soneto en el alba.


Quimera María Angelina Bustos Bargas La cruz-Dpto. Calamuchita-Córdoba-Argentina Una bruma de sueños me opaca los sentidos. La luna reposa entre sabanas de nubes. Bajo la bóveda celeste tu recuerdo es solo una ilusión. En lo alto del faro se esfuma el humo de una pipa que garabatea su mensaje entre el vuelo rasante de las gaviotas. Lágrimas de caracolas desbordan por mis mejillas. Salobre lluvia que se transforma en hielo sobre mi boca reseca que reclama tus besos. Una nebulosa de espuma me dibuja tu rostro en la cresta de la ola que se desvanece en un desierto de arena. Esta utopía obstinada de recordarte hace tan mía la soledad que me consume. Vigilia de una noche interminable. Busco tus ojos en cada constelación. Tengo nostalgias de tu piel. Mudo testigo el gigante guardián de los acantilados con su luz incandescente contempla inmóvil la quimera falaz de poseerte. Me estremece el deseo. Neptuno vigila sigiloso desde el confín.


EVANGELIO DEL TIEMPO María Angelina Bustos Bargas La cruz-Dpto. Calamuchita-Córdoba-Argentina

Memoria que cultiva el mensaje de la sabiduría y rueda sin rumbo hasta encontrar el lecho que engendre la enseñanza. Devenir de misterios que atesora vivencias. Vida… tan solo eso, se llama tiempo. Cúmulo de experiencias y sentires que entrelazan los hilos de la historia nacido en la entraña rugosa del enigma enrollando a su paso la existencia. Secuencia de horas, minutos y segundos enriquecidos con la savia de la plenitud. Vida que perpetúa el cosmos con su indescriptible variedad de razas y especies sin distinción de formas y figuras. Tan solo eso lo que se mueve bajo la tibia capa cristalina del firmamento tan solo eso, es el tiempo.


La sombra María Estela Rodríguez Argentina Salí a hacer mi caminata de cada mañana, mientras andaba con pasos ligeros como acostumbraba hacerlo sentía que algo o alguien me perseguía. Apuré aún más el paso pero todo seguía igual, sentía una presencia detrás de mí, en mi cabeza comenzaron aparecer imágenes de cómo sería quien me seguía: -Debe ser alguien cansado por la forma en que arrastra sus pies, la espalda encorvada y respiración agitada-. Tenía una sensación rara, no era temor pero me inquietaba; al pasar por un almacén con una gran vidriera, giré tímidamente mi cabeza, fue grande mi sorpresa cuando no vi a nadie detrás de mí. Seguí andando, ya mis piernas no estaban tan firmes y el miedo se había apoderado de mí, pero tenía que enfrentar a esa presencia desagradable que presentía, giré sobre mis talones decidida a encarar a quien fuera:- No había nadie, era mi propia sombra, me angustié por cómo había imaginado quien estaba junto a mí, la había imaginado como una presencia cansada y encorvada-. Estuve a punto de derrumbarme cuando sentí, dos brazos fuertes sobre mis hombros y una vos grave como el sonido de un viejo fonógrafo. –No tengas miedo, no caerás porque yo estaré siempre aquí para sostenerte-.


Un mundo de fantasías María Estela Rodríguez Argentina No tienes que hablar, solo mírame. Encontraré en tus ojos la miel de tus palabras y el mar será testigo de este amor sin fronteras. La sal de sus aguas, mojará el desierto de mis labios y yo entraré en el oasis de los tuyos. Volveremos a navegar en un mundo de fantasías sin miedo a naufragar. Anclaremos nuestro barco donde el mar sea tibio donde el silencio sea nuestro ahí, donde podamos ser solos tú y yo.


IMH María Guadalupe Martínez Bernal México ¿De qué te sirve mortal Evadir Sobornar O que la justicia De tus congéneres Te absuelva? Si dentro de ti Tú propia justicia Sin cárceles te encierra Y sin jueces te condena.


ÁMATE Mascarada Isela Aparicio Veracruz, México Ámate toda, completa, por cada cabello y cada línea de expresión en tu cara o tu cuerpo, porque simbolizan el camino recorrido. Ese camino a veces arduo, a veces suave, otras resbaladizo y unas más empedrado o espinoso. Quizá te parezca no agradable, no cómodo.¿Pero qué crees?, si hoy lo recuerdas es porque estás viva, porque decidiste cruzarlo y aunque eso te dejó algunas cicatrices, recuerda que no son simples cicatrices, son más que eso. Son marcas las cuales son tuyas, de nadie más porque nadie puede aprender por nadie. Ámate, porque sólo tú sabes lo que cada paso significó. El resto de la gente se lo podrá imaginar, pero tú lo viviste. Es más, muchas veces tú lo creaste, lo imaginaste y habiéndose logrado o no la meta. La vivencia es tuya. Ámate, hazle reverencia a tus errores, a tus malas decisiones, no como forma de autolatigarte. Más bien reconociendo en ellos ese cincel y martillo que han hecho su trabajo para esculpir la piedra de la escultura. Amarte es una decisión, hazlo hoy, escribe tu historia con tu puño y letra. Porque no sabemos en que momento se acabará la tinta.


QUERIDO AMIGO Lucila Reyes González México

Hoy, al verme me has preguntado; que, cómo he estado, y al decirte que me he enamorado muy triste has quedado. ¿Cómo saber que guardabas un sentimiento, que jamás quise provocar en ti? y sufres por ello en este momento, yo jamás quise hacerte sufrir. ¿Como negarte que lo amo? Que es la razón de mi ser.. ¿que cada que lo llamo... mi corazón late hasta enloquecer? Como negarte que me siento querida, perdona si esto te digo, pero es la razón de mi vida, su nombre es Ramiro. Ojalá que algún día, Cuando te vuelva a ver, me digas que hay alguien en tu vida Y que te ama tanto.. como yo le amo él.


LOS DOS Lucila Reyes González México Descubrí que para haber sido felices, no era uno, debimos haber sido dos... dos amándose, dos queriéndose, dos comprendiéndose. Pues para sobrevivir en el amor, no puede ser solo uno, deben ser dos.. dos cediendo, dos esforzándose, dos luchando, dos amando.. Pero.; eras tu y tu orgullo, eras tú y tu incomprensión, era tu tiempo solo tuyo, eras tú y tu indecisión. Era yo y mis celos.. era yo y mi temperamento era yo y mi comportamiento, era yo y mi ofuscación... Para ser feliz en el amor, debimos haber sido dos.. pero no había nadie.. nadie que pensara con la razón... Quizá solos y con experiencia.. logremos recomenzar.. y comenzar a buscar pareja para la felicidad encontrar. Quizá algún día.. sepamos. que ésto fué lo mejor.. pues eras ¡tu ...ó....era yo¡ y debimos haber sido: LOS DOS.


AMOR Lucila Reyes González País: México Quisiera estar en tu cuerpo y en tu mente, Detener el tiempo para entregarme a ti, Ser tu Amiga, tu confidente, Escucharte y hacerte sonreír. Quisiera ser tu compañera, tu amante, tu pareja, Quisiera ponerte una reja y seas solo para mí. Quisiera ser tu madre, tu hermana, tu hija quiera ser todo en tu vida y no necesites nada más para ti. Quisiera estar contigo unidos para siempre, Y siempre encontrarme abrazada así. En esos brazos seguros y fuertes que se abren siempre para mí. entregarme de una vez y para siempre y vivir siempre unida a ti. Quisiera tantas cosas que no se puedo, pero, tan solo quiero que vivas para mí.


Carta a papá. Maruca Rodini Argentina Quizás no relato todo lo que pienso, pero sí, vuela en mí una imaginación y pensamientos hermosos desde mi niñez. Recordando a cada paso los momentos pasados. Siempre dije lo que siento, y ahora lo hago a través de las letras. Ya no estas con nosotros, tu ausencia me da nostalgia, quisiera abrazarte como antes. Tu cariño y amor de padre quedo arraigado dentro de mí. Cuando me reprendías, solo con una mirada era suficiente. Yo comprendía tu decir. Me enseñaste el respeto a los demás, y valorar lo poco y humilde. Me guiaste al camino correcto de la vida y fuiste un ejemplo de una persona de palabra firme. Los sentimientos inundan mi memoria como arte de magia y voy colocando palabras y escribiendo lo que mi corazón palpita. Sé que estas en una estrella que ilumina desde el cielo y escuchas mis versos. Cuando el viento sopla revuelve mi añoranza y pienso en ti. Tengo en mi mente tu última imagen, las manos marcadas por las arrugas mientras tus escasos cabellos se vestían color plata. Y así guardo los consejos y anécdotas con tanto amor.


NOCHE DE ESPERA. Nelli Edhit González Acosta. Paysandú. República Oriental del Uruguay. Junio 2017. Duerme la luna en su cuna de plata en corolas de seda se posa el rocío y bajo el cielo revuelo de estrellas que pintan de oro la noche de mayo. Avivan el silencio dos grillos cantores detrás de la puerta cerrada a la brisa y escapa susurro de amor y embeleso caricia del alma que canta a la vida. Desde mi alcoba atizo el oído para escuchar la voz que viene de adentro, trayendo el mensaje de aquel que yo amo y recojo el lenguaje de palabras leves. Mi alma le llama, clama por él, mi fiel compañero de horas perdidas Ya se acerca la hora, ya llega mi amado y entre sus manos acuna un ramito. Me trae la luna, la noche y el sol me entrega amoroso su noble amor y siento que vivo su dulce clamor con dos perlas de cristal bendigo sus manos.


VIVIR UNIDOS Nelli Edhit González acosta. Paysandú. República Oriental del Uruguay. Junio 2017 Llegué al mundo desnuda y descalza, con ojos alerta y la piel delgada, con manitos suaves y la mente intacta. Y viví, crecí y soñé sueños de fantasía y sueños de verdad. Soñé con la paz cuando ella se fue y soñé con justicia cuando la perdí. Y me fui quedando cual hoja reseca con sabor amargo en mi boca sedienta y los pies cansados de buscar a tientas los sueños perdidos y la justicia esquiva. Y llegó el granito pequeño de ese fermento que elevó mi estima y ensalzó mis ganas de encontrar los sueños, la paz, la justicia y la libertad que había partido. Entonces el velo dejó paso a correr el telón y abrí mis alas y volé contra el viento grité al cielo pidiendo la paz,


sin soñar, me uní a otra voces y grité ¡¡JUSTICIA!! Hoy sigo un camino de paz y amistad y estrecho las manos y levanto alto la bandera blanca de la libertad la bandera alba de la paz mundial.


SOBREVIVIRME. Osvaldo Pettinicchio (Daniel Vattimo). Argentina. (Derechos Reservados). Para sobrevivirme tengo argumentos de caudales de vida. De sentidos adversos. Para sobrevivirme solo necesitaría un cuento con manos que no ahoguen. Con letras que estimulen intentos. Lo demás es tan solo anécdota. Mi vida fue un detonante intenso. Mis horas un volcán que expulsa las vidas del fuego. Todo entorno a mi fue confuso cuando lo pienso y espero. Mañanas de silencio. Búsqueda de razones pérdidas. Soterramiento de las culpas. Derrumbe. Huída. Destrozar las ausencias.


Desterrar los demonios que poblaron la soledad infectando especies. Voluntades concretas. Sobrevivirme es un milagro que siento lejano. Polvoriento. Para sobrevivirme necesito el ensayo de un poeta escrito con palabras de cielo. Que me devuelva los pasos del destierro.


NACER. Osvaldo Pettinicchio (Daniel Vattimo). Argentina. (Derechos Reservados). Nacer. En medio de los acerbos culturales de la vida. Nacer en medio de ese mar interior que nos contuvo desde el mismo desconocimiento de ser vivos. Ser ese pequeño lucero de costumbres inmanentes. De ojos. De manos que aun no son. De ideas que serán. ¡Ya Está!. Ya naces. Puedes llorar y reír. Buscar. Sentir. Triunfar. El mundo es tuyo. Aunque algunos te enseñen que no. Busca a Tu Señor. Tu Dios. Camina por Él y comienza a crecer. Encuentra los días de ser


en medio del agua. Del trino del pájaro. De la risa del viento. Del roció curioso. Del misterio del bosque insondable. De la flor que se abre. Del árbol que crece sin explicación. Del ayer. Del hoy. De ese que ahora sos. De el alma viviente que tienes enfrente. Del insecto. Del león. De la Luna. Del Sol. Pero no olvides que a tu alrededor también se caen miradas de dolor.


EL EXILIO DE LA INFANCIA. Osvaldo Pettinicchio. (Daniel Vattimo). Argentina. (Derechos Reservados). Aquel niño… lo nacieron en los ´45. Las costumbres besaban los mandatos. No la durmió en cuna de juncos. Sí. Despertó algún día reclamando abrazos. Un devenir de umbrales cotidianos mirando hacia la calle. Un vaciar de sueños en futuro caminaban las paredes de esos años preparando el exilio de la infancia. Y como el cartílago del cráneo se hace hueso así fueron madurando los antaños. No fue fácil nacerlo con la verdad escrita en los muros del pasado. Ver el colegio rodeado de soldados.


Y… nadie explico nada. Las formas deformadas de las horas. La ceguera fingida de los viejos postigos de la casa. El miedo sostenido entre desbordes. La inacción como parte del fracaso. Nada. Entre las cosas gratas se quedaron sus abuelos. Su viejo era su viejo… cada reto era un tango. Su vieja siempre cocinaba. El jardín de magnolias y jazmines humeaba encantos. Aromas victorianos. Las imágenes sordas se gritaban entre sí como burlándose. En un más tarde de los días tempranos un paradigma de besos ocultos. El estimulo hormonal de los abrazos. Para no recordar. Los curas del colegio. El rezo de los viernes. Su plegaria fascista. El morbo en su sotana. Demasiado tiempo consumido a entender todo y terminar sin poder entender nada… El pibe aquel buscaba los restos esparcidos de su infancia. Encontraba los colores distintos de los cambios que a veces hieren más que el dolor. Duelen más que el sufrir…


"Sed de tí" Patricia C Cervantes Dominguez Veracruz, Veracruz México

En él lago del silencio y él olvido A merced de tu desprecio estoy cautivo Y en mi cuerpo y mi mente hay un vacío... Que no llena ningún mar y ningún rio.

En él lago de tú ausencia duele él alma, pues estando sin estar, hoy se levanta, un muro de frialdad y sin palabras... que me roban la paz, también la calma.

En la laguna mental de mis sentidos... Vivo yo, él fantasma en que tú me has convertido, Está muriendo entre llantos y alaridos, muere de sed y ahogado, ya rendido, al mismo tiempo tú me olvidas ... Yo te olvido.


UN SENTIMIENTO Ramón de J. Hdez Olivares Veracruz, México Tu ausencia me inquieta y desespera las manecillas del reloj parecen detener el tiempo, aquel que desearía detener en mis manos para no dejarlo escapar cuando llegaras. Durante tu ausencia le pido a los recuerdos una memoria ágil para que no me olvides y permanecer en tú pensamiento eterno. Al amanecer del nuevo día pronuncio tu nombre que me llena de amor y alegría, cerrando mis ojos veo tu imagen recuerdo el color de tu tez morena. ¿Sabes? tengo celos, esa fuerza extraña que todo lo confunde y mal interpreta, celos del viento y agua que te toca de la gente extraña que te mira, de tus amores juveniles que suspiras.


¡Si amor! tengo celos, aunque murmuren y se diga que es inseguridad no saben que muy dentro de mí, siento como si me quitaran un sentimiento mío he pedido a mi corazón una explicación a este maravilloso sentir en mi pecho ¡sí! porque he descubierto que este sentimiento es tuyo, el amor, que no compraste, es mi más grande tesoro, y ese te lo regalo hoy. Del Poemario “Confesiones al Viento “

POETAS SIN FRONTERAS JUNIO 2017  

POETAS INDEPENDIENTES VOCES DEL UNIVERSO

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you