Page 1

N.4 _07/2012


Los de LA100AGA preguntan: ¿Qué pasa si piensas en esclavo?

Portada/Contraportada: Kaffa. LA100AGA. Nº4. Julio 2012. Publicación digital mensual gratuita Issuu 2014-5608 www.la100aga.blogspot.com Información: la100aga@gmail.com Subscripciones: siguela100aga@gmail.com Colaboradores: colaboradoresla100aga@gmail.com Difusión: difusionla100aga@gmail.com Miembros de LA100AGA: Belén Fernández, Ciça Bracale, Patricia Aller, Vanessa Madrid, Vera Moledo, Xavi Cano. LA100AGA no se responsabiliza de la opinión de sus colaboradores


esclavo, va. (Del b. lat. sclavus, este del gr. bizant. , der. regres. de , propiamente, 'eslavo', y este del eslavo slovĕninŭ, nombre que se daba a sí mismo el pueblo eslavo, que fue víctima de la esclavitud en el Oriente medieval).

1. adj. Dicho de una persona: Que carece de libertad por estar bajo el dominio de otra. U. t. c. s. 2. adj. Sometido rigurosa o fuertemente a un deber, pasión, afecto, vicio, etc., que priva de libertad. Hombre esclavo de su palabra, de la ambición, de la amistad, de la envidia. U. t. c. s. 3. adj. Rendido, obediente, enamorado. U. t. c. s. 4. m. y f. Persona alistada en alguna cofradía de esclavitud. 5. f. Pulsera sin adornos y que no se abre. 6. f. El Salv. y Hond. Pulsera grande que puede abrirse. 7. f. Ur. Pulsera rígida, circular o poligonal, que puede llevar dijes y que no tiene cierre. ~ ladino. 1. m. El que llevaba más de un año de esclavitud. ser alguien un ~. 1. loc. verb. Trabajar mucho y estar siempre aplicado a cuidar de su casa y hacienda, o a cumplir con las obligaciones de su empleo. Real Academia Española © Todos los derechos reservados


esclavo Poema

4

Relato

Sònia Clotet

Neus Aller

Alicia Galeano

Alba Vilardebò

epopte

Gina Dinucci / Kiko Dinucci

Olga Murillo

María Melgarejo Monge

Plutonium

bort


Kumontart

ciรงa.bracale

Tania Gala

Esperanza Conejero

Anele Anhela

Milu

Vera Moledo

Lucas Lamoglia

Kaffa

Nabetse

Jorge Bueno

vanemad


6. LA100AGA


Sònia Clotet


8. LA100AGA

Sònia Clotet


9. LA100AGA

Neus Aller


10. LA100AGA

Alicia Galeano


11. LA100AGA

Alba Vilardebò


12. LA100AGA


epopte


14. LA100AGA


Gina Dinucci/Kiko Dinucci


16. LA100AGA


Gina Dinucci/Kiko Dinucci


18. LA100AGA


Gina Dinucci/Kiko Dinucci


20. LA100AGA


Gina Dinucci/Kiko Dinucci


22. LA100AGA


Gina Dinucci/Kiko Dinucci


24. LA100AGA


Gina Dinucci/Kiko Dinucci


26. LA100AGA

Olga Murillo


27. LA100AGA

María Melgarejo Monge

CLOROFILA LLORA

Quiero desperezarme estirándome todo lo larga que soy. Hace muchos días que me mantengo enroscada. El frío del invierno me ha amedrentado, me ha hecho desistir de mis tentativas de explorar mi entorno. Ahora, cuando la luz deviene más fuerte en la estancia, cuando despide un calor que me acaricia y me invita a la vida, quiero ser yo, por fin. Emitiendo un bostezo placentero desdoblo el tronco pero el intento se queda en sólo eso, un intento. Me topo con una superficie dura, con un frontal que no puedo driblar ni por la izquierda, ni por la derecha; un frontal rasposo de tacto tremendamente desagradable que me lastima. ¡No! – grito desesperada- ¡Soy prisionera de un tutor! Y en ese momento, recuerdo cuando mi madre, ya habiéndose tornado un tallo seco y casi a punto de desprenderse de las pocas hojas muertas que se aferraban a él, me advirtió de esa posibilidad que yo, entonces, juzgué como remota y de la que prácticamente me mofé. Disfruta intensamente y ahora, hija mía- me aconsejaba-, colúmpiate y juega con el aire, abre tu verdor al sol, báñate en el rocío y en la lluvia. Y proseguía - belleza como la tuya, como la de tus hermanas está condenada. En breve, deberéis obedecer el trazo de unas manos que os engarzaran a un tutor, un tutor que os hará existir bajo formas caprichosas y rígidas sin pediros opinión, ausentes de toda libertad. Seréis admiradas, seréis mimadas pero nadie advertirá vuestro sufrimiento. Apartando el recuerdo, empujo con todas mis fuerzas intentando liberarme de la posición obligada, negándome a aceptar un futuro gobernado desde el exterior, un futuro contra natura. Imposible. De repente, unos finos dedos me recolocan, vuelven a imantarme a la red que envuelve a un compañero al que odio desde el primer momento y con quien no quiero estar. Un compañero que me obliga a una esclavitud inexorable y por la cual ya empiezo a morir por dentro.


28. LA100AGA


Plutonium


30. LA100AGA


bort


32. LA100AGA

KUMONTART


33. LA100AGA

ciรงa.bracale


34. LA100AGA


ciรงa.bracale


36. LA100AGA


ciรงa.bracale


38. LA100AGA


ciรงa.bracale


40. LA100AGA


ciรงa.bracale


42. LA100AGA

Tania Gala


43. LA100AGA

Esperanza Conejero


44. LA100AGA

EL PACTO

Se lo juro. Me he esforzado. Pero es que no lo llevo en la sangre. Por más que me esfuerzo no me sale, no está en mi naturaleza. No queda otra que asumirlo. Los médicos no le dicen a uno que tiene que coger la baja porque sí. Tiene que haber un motivo muy claro, más en los tiempos que corren, y yo, ya lo sabe, a las pocas horas de trabajo ya tenía una fuerte lumbalgia pero aguanté. Aguanté porque no quería que usted me tomase por un debilucho. Soy muy sensible, pero mucho. Eso sí, una cosa es ser sensible y otra ser débil aunque la gente lo confunda, y yo soy muy muy sensible, sin más. Lloro con las películas románticas. Hasta lloré una vez con unos dibujos dónde mataban a la madre de un oso panda, pero no se lo diga a nadie, ¡Qué pena me dio! Pero si ocurre algo de importancia lo doy todo y salgo adelante. No sé si por cabezota o por el que dirán me sacrifiqué ¡Venga a cargar peso! ¡Venga a darme prisa! Hasta que mi cuerpo ha dicho basta. Por eso no me gustaría que pensara que soy un endeble, tengo motivos de peso para decirle todo esto. Usted es comprensivo, al menos día sí día no, así que creo que lo entenderá. No estoy hecho para cargar tantos kilos, me duelen los brazos, me duele la espalda, si no fuera porque sé que no puede ser diría que me duelen las pestañas, y hasta el vello de las piernas me da calambre cuando me voy a dormir. Me duele todo. Tanto, tanto, que a veces creo que me voy a morir de tanto sufrir. Lo he intentado mes tras mes, ¡no desfallezcas! me decía cuando tenía ganas de rendirme, ¡ánimo!, pero es me quedo clavado cuando menos lo espero. Un mal movimiento y ¡crac! No me puedo incorporar. Además, el médico me ha diagnosticado depresión leve y un alto grado de ansiedad, y eso es todo menos saludable. A veces me cuesta respirar, y noto el corazón bum bum, bum bum, como si se me fuera a salir del pecho. Yo me lo agarro, así por fuera, como si le dijera, quédate ahí dentro que la vida es mucho mejor que aquí, pero él venga y dale bum bum bum bum. Supongo que como soy tan tan tan sociable y aquí no me habla nadie lo somatizo.


Anele Anhela

Bueno, perdone, usted sí me habla, no quiero menospreciarle, pero siempre me habla un poco alto. ¡Date prisa! ¡Es para hoy! ¡Incorpórate ahora mismo! ¡No pares! . Cuando le oigo gritar echo de menos el silencio, y mira que eso en mí es raro. Y aunque tengo que admitir que yo también soy un poco susceptible y, que quizás es su tono habitual, a mi me afecta. Todos necesitamos un poco de cariño. Es que no me da ni una palabra de ánimo, de reconocimiento, de felicitación. Eso a largo plazo a uno le toca el alma. Pero aún así usted sabe que lo he intentado con todas mis fuerzas. Que he estado aquí a las duras y a las maduras, incansable, sin sucumbir, y lo continuaría haciendo si no fuera por esto último, por este maldito sarpullido. ¡¡Caiga quién caiga!! ¡¡Me iré por encima de mi cadáver!!¡¡ Nadie puede conmigo!! Me repetía hace sólo un par de días. Y entonces va y me sale el sarpullido, la gota que ha colmado el vaso, la prueba definitiva de que ya no es algo mental, de que no estoy loco, de que no tengo cuento como muchos creen, se trata de algo fisiológico. Júzguelo usted mismo, mire cómo estoy. Empezó en el tobillo y luego se fue extendiendo, por las piernas, por los muslos, alrededor del ombligo, hasta invadirme entero. ¿Lo ve? Tengo una gravísima alergia al metal, mucha mucha alergia, muchísima. Lo siento, señor, no puedo llevar estas cadenas, de ninguna manera, así que si le parece bien, pactemos el despido. Ser su esclavo no es lo mío.


46. LA100AGA


Milu


48. LA100AGA

Vera Moledo


49. LA100AGA

Lucas Lamoglia


50. LA100AGA


Kaffa


52. LA100AGA


Kaffa


54. LA100AGA


Kaffa


56. LA100AGA


Kaffa


58. LA100AGA


Kaffa


60. LA100AGA


Kaffa


62. LA100AGA


Kaffa


64. LA100AGA


Kaffa


66. LA100AGA


Kaffa


68. LA100AGA


Kaffa


70. LA100AGA


Kaffa


72. LA100AGA


Kaffa


74. LA100AGA


Kaffa


76. LA100AGA


Kaffa


78. LA100AGA


Nabetse


80. LA100AGA

Jorge Bueno


81. LA100AGA

vanemad


COLABORADORES esclavo

Poema

4

Relato

Sònia Clotet

Neus Aller neusaller.blogspot.com Alicia Galeano aliciagaleanoilustraciones.blogspot.com

Alba Vilardebò www.albavilardebo.com

epopte www.luismartinruiz.jimdo.com

Gina Dinucci / www.ginadinucci.com.br Kiko Dinucci / www.kikodinucci.com.br

Olga Murillo www.flickr.com/photos/olga_murillo

María Melgarejo Monge

Plutonium plutoniumcafe.blogspot.com

bort www.hijosdeltocino.tumblr.com


Kumontart kumontart.blogspot.com

ciรงa.bracale Indcloud.blogspot.com

Tania Gala taniagalaillustration.tumblr.com

Esperanza Conejero esperanzaconejero.blogspot.com.es Anele Anhela universomirilla.blogspot.com

Milu miguelruizco.blogspot.com Vera Moledo portacarioca.blogspot.com

Lucas Lamoglia

Kaffa www.kaffaart.com

Nabetse www.facebook.com/nabetse.art

Jorge Bueno inader.blogspot.com vanemad vanessamadrid.blogspot.com


Los de LA100AGA agradecen a todos los que han colaborado con este número.

Próxima pregunta: ¿Qué pasa si piensas en “sobrevivir”?

Si estás interesad@ en colaborar con LA100AGA, envíanos tu trabajo antes del 25 de Julio a:

colaboradoresla100aga@gmail.com

Síguenos en la100aga.blogspot.com.es/p/vente-la100aga_01.html


LA100AGA.04  

"ESCLAVO". Free monthly digital magazine. Publicación digital mensual y gratuita

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you