Page 1


Tonatiuh Bravo Padilla Rector general

Miguel Ángel Navarro Navarro Vicerrector ejecutivo

José Alfredo Peña Ramos Secretario general

Héctor Raúl Solís Gadea Rector del Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades

Alberto Castellanos Gutiérrez Rector del Centro Universitario de Ciencias Económico Administrativas

Ángel Igor Lozada Rivera Melo Secretario de Vinculación y Difusión Cultural del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño

Comité Organizador de la FIL

Raúl Padilla López

Mariño González

Presidente

Coordinadora general de Prensa y Difusión

Marisol Schulz

María del Socorro González

Directora general

Coordinadora general de Administración

Tania Guerrero

Verónica Mendoza

Directora de Operaciones

Coordinadora general de Expositores y Profesionales

Laura Niembro Bertha Mejía

Directora de Contenidos

Coordinadora de Patrocinios

Gonzalo Celorio Dania Guzmán

Asesor literario

Coordinadora de Edición y Diseño

directorio

2


Índice presentación

5

la feria de guadalajara

6

literatura, cultura y pensamiento

8

los negocios en la fil

20

la fil y los lectores

24

ser parte de la fil

30

Feria Internacional del Libro de Guadalajara Av. Alemania 1370 Col. Moderna cp

44190

Tel.: (52 33) 3810-0331 Fax: (52 33) 3268-0905 www.fil.com.mx

Feria Internacional del Libro de Guadalajara, 2011 Todos los derechos reservados Prohibida su reproducción parcial o total por cualquier medio mecánico o electrónico sin previa autorización de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara y las empresas participantes

Distribución gratuita - Prohibida su venta La información y las fotografías contenidas en este folleto son propiedad de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara

3

feria internacional del libro de guadalajara


4


La Feria Internacional del Libro de Guadalajara, con su primer cuarto de siglo de vida, está consolidada como el mayor mercado mundial del libro en español, pero su logro más significativo es, sin duda, ser el espacio por excelencia para el encuentro genuino entre los lectores, los libros y sus autores. La plataforma editorial que da a la Feria su solidez es una delicada ecuación. Implica la participación de más de 1,900 editoriales de 40 países, la presencia de casi 18 mil apasionados del libro entre autores, traductores, agentes literarios, editores, distribuidores, libreros, bibliotecarios y promotores de lectura, y la participación de más de 600 mil lectores. Todos ellos dan vida y logran que este encuentro anual sea único en su tipo. Hemos llegado hasta aquí en una época que plantea desafíos extraordinarios, en un momento marcado por el cambio, con los tintes de temor y de esperanza que implica la coyuntura. Los avances tecnológicos abren caminos inéditos en la relación de la humanidad con la palabra escrita. En años por venir, la posibilidad de leer no sólo en papel, sino en pantallas y otros soportes, requerirá la reinvención de una buena parte del oficio editorial, pero también la revaloración de la imperiosa necesidad de su arte y sus saberes. En la FIL no somos ajenos al espíritu de los tiempos y procuraremos, como lo hemos hecho desde nuestro nacimiento, ser un faro para ampliar los horizontes del libro en español, un remanso que fortalezca la cadena que da vida a nuestra industria, un espacio abierto y atento a las necesidades de los lectores. A 25 años de su creación, la FIL Guadalajara es una fuente de ingresos fundamental para Jalisco, y un referente del desarrollo cultural en México e Iberoamérica. Pero es sobre todo un lugar de reflexión en donde se dan cita las voces y los actores más relevantes del pensamiento universal. Celebramos un cuarto de siglo de acercar los libros a los lectores, de dar voces a las palabras, de creer firmemente que la educación, la cultura y el diálogo intercontinental son indispensables para construir la paz y el entendimiento social, hoy más necesarios que nunca. Raúl Padilla López Presidente Feria Internacional del Libro de Guadalajara


La Feria de Guadalajara La ciudad sede de la FIL abraza este evento cultural como una de sus más gozosas actividades del año. Museos, foros de arte, restaurantes, cafés, bares y las calles adoptan la fiesta literaria del mundo hispano como propia y permiten al visitante vivir una experiencia sin igual

El edificio de la Rectoría General de la Universidad de Guadalajara alberga al Museo de las Artes y al Paraninfo, sedes del programa cultural de la FIL

Si Guadalajara, capital de Jalisco, tuviera que escoger una vocación única, esa sería la cultura. Esta ciudad ha sido, siempre, un espacio abierto para la creación. Como capital del virreinato de la Nueva Galicia fue un lugar en donde la arquitectura colonial dio pie a una tradición que llegó a su máximo esplendor de la mano de Luis Barragán, considerado una de las mayores figuras arquitectónicas del siglo XX. Fue también en Guadalajara donde se publicó el primer diario insurgente de América Latina, El despertador americano, y es esta la ciudad que atestiguó las vocaciones de autores como Agustín Yáñez, Juan Rulfo y Juan José Arreola. Segunda ciudad de México en importancia económica y comercial, Guadalajara domina el valle de Atemajac y, junto con los municipios de Zapopan, Tlaquepaque, Tonalá y Tlajomulco forma una mancha urbana habi-

la feria de guadalajara

6


tada por casi 4.5 millones de personas. Su ubicación geográfica privilegiada le ha permitido ser un polo de desarrollo económico e intelectual para el Occidente mexicano. A dos horas del océano Pacífico y a 500 kilómetros de la capital del país, cuenta, asimismo, con el puente aéreo más importante hacia Estados Unidos fuera de la ciudad de México, además de estar a escasas horas de camino de importantes destinos turísticos del Occidente, como Puerto Vallarta, Morelia, Zacatecas y Guanajuato. La ciudad es sede de la Universidad de Guadalajara, la segunda casa de estudios pública más importante de México. Fue esta institución la que fundó la Feria Internacional del Libro de Guadalajara en 1987, con la idea de descentralizar y empujar la industria editorial mexicana. Este proyecto es actualmente uno de los principales atractivos culturales de la ciudad, pues reúne no solo a toda la industria editorial en español, sino que además, mediante su amplio programa literario y cultural al que asisten autores e intelectuales de todas las lenguas, provoca una de las más importantes derramas turísticas del año. A lo largo de 25 años de existencia, la Feria y su crecimiento cultural han sido un impulso para los espacios de las artes en Guadalajara, que se han beneficiado de la creación de públicos y el tránsito de artistas de talla internacional. A la tradicionalmente vigorosa vida cultural de Guadalajara, la FIL le inyecta una efervescencia cosmopolita, que marca desde los barrios históricos hasta las zonas más modernas de la ciudad. Tener su sede en Guadalajara permite que los visitantes de la Feria disfruten en un mismo espacio de la cultura tradicional mexicana, que se vive a plenitud en los municipios de Tlaquepaque y Tonalá; de la vida y el movimiento de una ciudad moderna, en la que el espíritu colonial convive con la vanguardia, y que, al abrir su hospitalidad a la mayor feria del libro del mundo en español, reivindica la vocación cultural y literaria que la ha distinguido a lo largo de su historia.

7

feria internacional del libro de guadalajara


Literatura, cultura y pensamiento En la FIL Guadalajara coinciden autores, intelectuales y artistas cuya combinación da a este formidable encuentro el sello que lo distingue frente al resto de las ferias del mundo

Ser al mismo tiempo una feria para profesionales y una feria abierta al público distingue a la FIL Guadalajara del resto de las ferias del libro que se organizan en el mundo. Sin descuidar su vocación de espacio de negocios fue concebida como un festival cultural en el que la literatura es la base desde la cual se reciben todas las artes. Durante nueve días el público hace largas filas para escuchar a sus autores preferidos; la ciudad se inunda de música, arte, cine y teatro del país o región Invitado de Honor, y académicos y pensadores debaten ideas con jóvenes en formación.

Mario Vargas Llosa, premio Nobel, visitante asiduo de la FIL

Letras de los cinco continentes La Feria es una casa abierta. A lo largo de un cuarto de siglo más de tres mil escritores han franqueado sus puertas. La FIL ha alojado tanto a figuras consagradas de la literatura universal —entre ellos los premios Nobel de Literatura William Golding, Toni Morrison, José Saramago, Gabriel García Márquez, Nadine Gordimer, Mario Vargas Llosa y Jean-Marie Gustave Le Clézio— como a quienes se inician en el oficio de escribir.

literatura, cultura y pensamiento

8


Nombres como los de Carlos Fuentes, Eliseo Diego, Jaime Sabines, Álvaro Mutis, Juan José Arreola, José Emilio Pacheco, Fernando Savater, Isabel Allende y Elena Poniatowska sirven para evocar sesiones en las que la historia de la literatura hispanoamericana se ha escrito con emoción y en cercanía con un público entusiasta, abierto a nuevas propuestas literarias. Un público que ha sabido arropar los primeros pasos de las nuevas generaciones de escritores y que ha recibido a prácticamente todos los autores que escriben en español y han trascendido las fronteras de sus países.

Arriba, de izquierda a derecha: José Saramago, Carlos Monsiváis, Gabriel García Márquez y Nadine Gordimer Orhan Pamuk, premio Nobel, visitó la Feria en 2009

La FIL es también una cita multilingüe que acoge a autores de todos los continentes. Entre las visitas más recientes se cuentan: los italianos Alessandro Baricco y Claudio Magris, la nigeriana Chimamanda Gnozi Adichie, el británico Martin Amis, el iraquí Jabbar Yassin Hussin, el portugués António Lobo Antunes, el serbio Goran Petrovic, el alemán Gisbert Haefs, el holandés Cees Nooteboom, el israelí Etgar Keret y el sudafricano André Brink. Para escritores y editores, presentar una novedad en la FIL significa cerrar el año literario con broche de oro. Por eso, cada año las editoriales realizan más de 480 presentaciones de libros, que se suman a los foros, encuentros, diálogos, conferencias, lecturas y recitales que le dan vida a la Feria.

9

feria internacional del libro de guadalajara


La FIL es el lado colectivo de la lectura: todos están aquí, celebrando que existan libros, que existan autores, que exista un espacio en el que todos, y no solo el público experto, pueden compartir.

De izquierda a derecha: Gonzalo Celorio, Álvaro Mutis, Carlos Fuentes, Fernando del Paso y Gabriel García Márquez

Premios y reconocimientos Como parte de su actividad de promoción cultural, la FIL Guadalajara otorga una serie de reconocimientos que son referencia en todo el mundo y están dedicados a escritores, editores, bibliófilos, bibliotecarios, periodistas, urbanistas y arquitectos. El Premio FIL de Literatura en Lenguas Romances, que entrega la Asociación Civil del Premio de Literatura Latinoamericana y del Caribe Juan Rulfo, es considerado uno de los mayores reconocimientos que se otorgan a la trayectoria de un escritor vivo. Dotado con 150 mil dólares, este galardón se entrega en la inauguración de la Feria y se acompaña de una serie de actos y homenajes en honor al ganador. Han sido merecedores de este premio poetas como el chileno Nicanor Parra, los cubanos Eliseo Diego y Cintio Vitier, el español Tomás Segovia, el venezolano Rafael Cadenas y los argentinos Olga Orozco y Juan Gelman,

Nuestros premios Premio fil de Literaruta

Premio de Literatura Sor Juana Inés de la Cruz

António Lobo Antunes (2008)

Gioconda Belli (2008)

Reconocimiento al Mérito Editorial

Homenaje Nacional de Periodismo Cultural Fernando Benítez

Beatriz de Moura (1999)

José Emilio Pacheco (1995)

literatura, cultura y pensamiento

10


además de narradores como los mexicanos Juan José Arreola, Juan García Ponce, Sergio Pitol, Carlos Monsiváis, Fernando del Paso y Margo Glantz; el peruano Julio Ramón Ribeyro, el guatemalteco Augusto Monterroso, el español Juan Marsé, los brasileños Nélida Piñón y Rubem Fonseca, el portugués António Lobo Antunes y el español Juan Goytisolo. Todos ellos han marcado la literatura universal contemporánea. Creado como un reconocimiento al trabajo literario de las mujeres en el mundo hispano, el Premio Sor Juana Inés de la Cruz reconoce cada año una novela publicada en español. Consistente en diez mil dólares ha sido recibido por escritoras de la talla de Marcela Serrano, Elena Garro, Laura Restrepo, Gioconda Belli, Cristina Rivera Garza y Margo Glantz, entre otras. Otro de los reconocimientos fundamentales que entrega la FIL, es el Reconocimiento al Mérito Editorial. Creado para reconocer el oficio de esta figura fundamental en el mundo de los libros, ha sido recibido por personajes como Inge Feltrinelli, Morgan Entrekin, Roberto Calasso, Francisco Porrúa, Jorge Herralde, Antoine Gallimard, Jaume Vallcorba, Beatriz de Moura y Neus Espresate.

Homenaje al Bibliófilo

ArpaFIL

Eusebio Leal (2002) Andrés Henestrosa (2003)

Homenaje al Bibliotecario

Homenaje de Caricatura La Catrina

Ana María Magaloni

Roberto Fontanarrosa

(2008)

(2006)

11

feria internacional del libro de guadalajara


Algunos rostros del mundo que han visitado la FIL

José Agustín

Maram Al- Masri

Isabel Allende

Martin Amis

Juan José Arreola

Margaret Atwood

Alessandro Baricco

Mario Benedetti

Ernesto Cardenal

Alfredo Bryce Echenique

Jorge Edwards

Rodrigo Fresàn

Cornelia Funke

Jostein Gaarder

Luis García Montero

Juan Gelman

Margo Glantz

Juan Goytisolo

Hugo Gutiérrez Vega

Gisbert Haefs

David Huerta

Nancy Huston

Jean-Marie Gustave Le Clézio

Vicente Leñero

Paulo Lins

Claudio Magris

Ángeles Mastretta

Élmer Mendoza

literatura, cultura y pensamiento

12


Juan José Millás

Rosa Montero

Augusto Monterroso

Toni Morrison

Chimamanda Ngozi

Cees Noteboom

Ignacio Padilla

Nicanor Parra

Alan Pauls

Arturo Pérez- Reverte

Ricardo Piglia

Sergio Pitol

Elena Poniatowska

Sergio Ramírez

Laura Restrepo

Cristina Rivera Garza

Gonzalo Rojas

Salman Rushdie

Jaime Sabines

Fernando Savater

Marcela Serrano

Antonio Skármeta

Paco Ignacio Taibo II

Luisa Valenzuela

Fernando Vallejo

Enrique Vila-Matas

Juan Villoro

Jorge Volpi

13

feria internacional del libro de guadalajara


Culturas que nos honran Desde sus primeras ediciones, la FIL fue un espacio que albergó música y artes plásticas, además de literatura. Fue con la creación del Invitado de Honor de la Feria, en 1993, cuando cambió el rumbo y la intensidad de las actividades culturales que se realizan en ella. El Invitado de Honor es una figura que ha afianzado el carácter internacional y multicultural de la Feria. Su participación ha permitido que llegue a Guadalajara una amplia variedad de expresiones artísticas de culturas tan ricas y diversas como las de Colombia, Nuevo México, Venezuela, Canadá, Argentina, Puerto Rico, Chile, España, Brasil, Cuba, Quebec, la Cultura catalana, Perú, Andalucía, Italia, Los Ángeles-USA, Castilla y León y Alemania. El Invitado de Honor trae a Guadalajara no solo su presencia editorial y literaria, sino una amplia selección de lo mejor de su cultura, que incluye su arte, su música, su cine, su cocina, su pintura, su tradición popular. La emoción estética y el estímulo a los sentidos son dos aspectos que acompañan al Invitado de Honor, en un programa cultural que abarca distintos espacios de la metrópoli. Es así como el Museo de las Artes (Musa) de la Universidad de Guadalajara ha recibido muestras de importancia internacional como El lugar sin límite: plástica chilena contemporánea; La Divina Comedia, del catalán Miquel Barceló; una selección de la obra del peruano Fernando de Szyszlo, y la portentosa Siglo xx en la Málaga de Picasso, que trajo a nuestra ciudad la obra del genio andaluz.

literatura, cultura y pensamiento


Otras muestras, como Escuela de La Habana. Tradición y modernidad, dedicada al movimiento de vanguardia de Cuba; la obra del catalán Antoni Tàpies, que se constituyó como la mayor hecha por el creador fuera de su país y la primera expuesta en México, y obras de Luis Gordillo y Manolo Quejido, dos de los artistas contemporáneos más influyentes del sur de España, han sido generosamente albergadas por el Museo de Arte de Zapopan (MAZ). El Instituto Cultural Cabañas, edificio designado como Patrimonio de la Humanidad por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), ha recibido importantes exposiciones en el marco de la FIL, como la del Museo del Oro de Colombia, La venganza de la fantasmagoría, del artista estadounidense Mark Dean Veca, o La fuerza de la palabra, colección del Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León. El programa cultural de la Feria ha permitido la participación de espacios como Casa Vallarta y Casa Escorza, centros culturales de la Universidad de Guadalajara que han recibido muestras, tanto de fotógrafos consagrados como de jóvenes promesas de distintas latitudes; el reconocido Teatro Degollado, el Teatro Diana y el Auditorio Telmex, foros que han dado cabida a las más diversas puestas en escena durante o en los días previos a la realización de la Feria. No deja de ser significativo que para la mayoría de los países o regiones que han sido invitados, participar en este proyecto ha significado la presencia cultural más importante en el exterior de su historia reciente, y un escaparate sin igual en el que el resto del mundo se maravilla.

feria internacional del libro de guadalajara


Explanada Si hay un espacio icónico de la FIL, es la Explanada. Más de 250 conciertos y espectáculos han sido disfrutados por millares de personas en este moderno foro, en donde todas las presentaciones son gratuitas y abiertas al público. Lo que fue una sencilla tarima de madera en las primeras ediciones, hoy es uno de los escenarios más profesionales de México. En la Explanada de la FIL, Carlos Vives movió a las multitudes al ritmo de su vallenato colombiano y La Maldita Vecindad dio su primer concierto multitudinario fuera de la ciudad de México. Ahí, el brasileño Lenine ofreció un concierto sorpresa y el cubano Silvio Rodríguez, acompañado por la Orquesta Sinfónica Nacional de Cuba, logró que “Te doy una canción” fuera cantada a una sola voz por más de catorce mil personas. En ese mismo espacio, la presencia del andaluz Joaquín Sabina causó largas filas desde seis horas antes de su presentación. La Explanada de la FIL, donde Los Lobos convirtieron “La bamba” en un coro multitudinario, ha sido también un espacio privilegiado para escuchar a algunas de las grandes bandas del rock en español, como Los Tres, Danza Invisible, Café Quijano y Aterciopelados. En este foro lo mismo se ha podido apreciar al Ballet Flamenco de Andalucía y a la compañía de Sol Picó, con su espectáculo posmoderno con trascabos rítmicos y danza contemporánea, que la música electrónica del festival Mutek, en el primer rave que organizó la Feria, cuyos ecos se prolongaron hasta casi las cinco de la mañana.

literatura, cultura y pensamiento

16


Arriba, vista general del foro Espectáculos en la Explanada: Compañía de Danza Sol Picó, Los Lobos y el Corella Ballet de Castilla y León

17

feria internacional del libro de guadalajara


Programa académico Como parte de la Universidad de Guadalajara, la FIL es un foro en continuo movimiento donde la reflexión, el análisis y la circulación de las ideas son los sellos distintivos. En el programa académico que la anima cada año participan diversas instancias universitarias que sientan las bases para el encuentro de catedráticos, investigadores e intelectuales nacionales y extranjeros. Compuesto por una veintena de foros, articulados a través de conferencias, seminarios y mesas redondas, es un espacio que da a los estudiantes de la Universidad de Guadalajara la oportunidad de debatir con historiadores, politólogos, sociólogos, juristas, antropólogos, economistas, comunicólogos, filósofos, ecologistas y una amplia gama de estudiosos del mundo entero, los temas coyunturales de cada disciplina.

De izquierda a derecha: Felipe González, Roger Chartier, Enrique Iglesias, Eduardo Subirats, Jean Meyer, Sergio Fajardo, Joseph Stiglitz y Adolfo Aguilar Zínser

literatura, cultura y pensamiento

18


En lo internacional se ha convertido en una cita ineludible para las disciplinas humanas y un vaso comunicante entre la Universidad de Guadalajara y los centros de estudios universitarios más prestigiosos del mundo. Con sus encuentros, seminarios, paneles y foros, es una referencia en cada una de las disciplinas que aborda, no sólo por su organización, sino por la calidad de los participantes que cada año acuden a la cita y la cantidad de público que a él asiste. A este atractivo espacio, en el que convergen todos los temas de la actualidad, han acudido pensadores como Edgar Morin, Felipe González, Norma Fuller, Roberto Mangabeira, François Houtart, Jean Meyer, Pierre Salama, Gustavo Gutiérrez, Joseph Stiglitz, Roger Chartier y Baltasar Garzón, por mencionar apenas algunos de los respetados intelectuales que han participado en los encuentros. Entre los foros de más arraigo en este programa se encuentran el Encuentro Internacional de Ciencias Sociales, el Seminario Internacional de Comunicación y Sociedad, el Coloquio de Estudios de la Cultura, el Coloquio de Historia y el Encuentro Internacional sobre Lectura y Desarrollo. A ellos se suman cada año mesas y paneles de discusión que abordan las disciplinas más diversas y garantizan que la historia contemporánea de las ideas se viva y se avive, en la feria del libro más importante del mundo en español.

19

feria internacional del libro de guadalajara


Los negocios en la FIL Centro neurálgico de la industria editorial iberoamericana, durante tres días, de 9:00 a 17:00 horas, la Feria se dedica en exclusiva a la atención de los más de 17 mil profesionales que acuden año con año

Editoriales Arropado por la calidez del numeroso público, por el intenso murmullo de cientos de escritores y sus libros, y por un apasionante festival cultural, late el corazón de los negocios que impulsa a la industria editorial en español: en un moderno y eficiente espacio de 34 mil metros cuadrados, la FIL concentra una oferta de más de 1,900 editoriales y alrededor de 300 mil títulos provenientes de 43 países. Entre las editoriales hay 600 empresas mexicanas, en las que se incluyen los grandes grupos internacionales establecidos en el país. Las editoriales españolas conforman la segunda presencia más importante, seguida por las de países latinoamericanos como Argentina, Colombia, Chile y Brasil. Por la privilegiada situación geográfica de Guadalajara, la Feria permite una gran variedad de oportunidades de negocio con estos y otros países de América Latina, con Estados Unidos y con Canadá. La participación de Europa está en constante crecimiento, con la presencia de Alemania, Suiza, Francia, Italia y Reino Unido.

los negocios en la fil

20


Derechos La de Guadalajara es la única Feria en Iberoamérica que brinda a los profesionales que la visitan la oportunidad de entablar negociaciones de compra y venta de derechos de autor en un espacio diseñado especialmente para ellos. Creado en 2004, el Salón de Derechos de la FIL es único en Iberoamérica y se ha consolidado como el lugar ideal para establecer contactos con editores y agentes de países no hispanohablantes interesados en los mercados del mundo editorial en lengua española. Los negocios se hacen en un ambiente cómodo y exclusivo en el que cada año participan las cuatro industrias editoriales más importantes en español: España, México, Argentina y Colombia. En 2010 participaron en el Salón de Derechos 103 editoriales y agencias provenientes de doce países. La literatura y los libros infantiles, seguidos por arte y recreación y ciencias sociales, son los géneros más representados en las negociaciones. El inglés es la segunda lengua en presencia, con representantes de Estados Unidos, Canadá y Reino Unido. La Feria también contempla otras opciones para el mercado de derechos de autor. El Taller de Derechos, que se realiza cada año, es un espacio de formación para aquellos profesionales que negocian con derechos de autor. El FIL Rights Exchange, por su parte, es un programa de becas para editores y agentes de países donde el español no es la lengua oficial, y es destinado a promover y favorecer la compra y la venta de derechos mediante reuniones preestablecidas con sus contrapartes de Iberoamérica.

21

feria internacional del libro de guadalajara


Público La FIL convoca cada año a más de 600 mil visitantes que efectúan compras al menudeo y son una garantía del retorno de inversión para los expositores. Las oportunidades de venta para las editoriales son muy altas, ya que cinco de cada diez de los visitantes de la Feria están en un rango de edad de 26 a 55 años, que garantiza la capacidad adquisitiva de la audiencia. Además del beneficio directo de las ventas, la participación en la FIL permite a los expositores posicionar su marca ante un público asiduo a la Feria y a los libros (47 por ciento de nuestros visitantes ha acudido al menos a cinco ediciones), además de tener acceso a un público joven en proceso de formación.

Profesionales Encuentro de Promotores de Lectura: instituciones gubernamentales, educativas y culturales se dan cita en este encuentro para desarrollar temas que les permitan una capacitación constante, orientada a abonar al reconocimiento y profesionalización de la figura del promotor de lectura, así como a enfrentar los retos y desafíos de reunir al lector y al libro. Cerca de 700 promotores de lectura acuden cada año a este encuentro.

Los diversos foros que se llevan a cabo durante la Feria permiten que los protagonistas del mundo editorial intercambien experiencias, se pongan al día y obtengan claves para mejorar su desempeño en el negocio. FIE: el Foro Internacional de Editores reúne cada año a cerca de 200 profesionales de diez países, que discuten y hacen propuestas sobre temas de interés para el desarrollo de la industria editorial. Los derechos, la distribución del libro y las librerías han sido el foco de atención en las más recientes ediciones.

los negocios en la fil

Coloquio Internacional de Bibliotecarios: un espacio en el que los bibliotecarios encuentran fuentes de actualización y formación mientras

22


Servicios Los servicios y herramientas que la Feria provee permiten que los profesionales que acuden a realizar negocios se concentren de forma exitosa en sus actividades. • Centro de negocios. Es un espacio de trabajo exclusivo para los profesionales que visitan la Feria. Cuenta con diversas mesas de trabajo, un módulo de atención para expositores y servicios de Internet, cafetería y paquetería, entre otros. • Catálogos en línea. Una herramienta imprescindible para la construcción de agendas de citas y un material invaluable de referencia a lo largo del año, los catálogos de expositores, profesionales y derechos están disponibles en línea en la página de la Feria: www.fil.com.mx. • Salón de Novedades. Un espacio para que los compradores de materiales en español localicen fácilmente los títulos más recientes presentes en la FIL. Cuenta con cinco mil títulos seleccionados por expertos bibliotecarios para que sus colegas encargados de adquisiciones puedan escoger con facilidad lo que llevarán a sus bibliotecas. • Catálogo de libros. Esta base de datos está disponible en Internet durante todo el año e incluye más de 300 mil títulos de las editoriales participantes.

mercialicen sus derechos y compartan experiencias con el público y sus colegas. En este marco se organiza un programa que integra conferencias y rondas de promoción entre los creadores y las editoriales que publican libros ilustrados

conocen las nuevas tecnologías y el desarrollo de sistemas logísticos de operación. Es organizado por la Coordinación de Bibliotecas de la Universidad de Guadalajara. FIEU: el Foro Internacional de Edición Universitaria se realiza cada dos años en el marco de la FIL. En él se han abordado temas referentes al futuro de la edición universitaria, la profesionalización, la distribución y las políticas académicas.

Congreso de Traducción e Interpretación San Jerónimo: este foro está dedicado a la actualización y el enriquecimiento profesional de traductores e intérpretes. Además funge como un espacio de reflexión acerca de los problemas de orden práctico y cultural en el trabajo de traducción.

Programa de Ilustradores: una plataforma para que los ilustradores muestren su trabajo, co-

23

feria internacional del libro de guadalajara


La FIL y los lectores Un cuarto de siglo y más de ocho millones de visitantes confirman la vocación de la Feria como un lugar en el que los libros y la lectura encuentran su razón de ser

La Feria Internacional del Libro de Guadalajara ha avanzado por encima de la indiferencia que amenaza el futuro de la palabra impresa. En su primera edición, en 1987, reunió a 150 mil personas. Hoy, los visitantes que llenan sus pasillos y salones sobrepasan los 600 mil y confirman su vocación original: la de ser una Feria volcada a los lectores. Más de ocho millones de personas han acudido a la FIL a lo largo de 25 años. Se trata de un público diverso que se ha formado con la Feria y la ha convertido en el centro neurálgico de la región, en un punto de encuentro y cohesión social. La FIL posiciona al libro en el ánimo de Guadalajara y es una fiesta que se espera a lo largo del año, igual que se espera un día festivo; es un espacio que despierta la ilusión de la ciudad y le inyecta energía a su vida cultural. Es, además, un foco de atracción cultural para el público que acude de diversas partes de México, y en especial de la región Occidente, a vivir de cerca la literatura y las artes.

la fil y los lectores

24


La generación FIL (FIL Niños) Hay una generación, entre los 25 y los 40 años de edad, que reconoce a la FIL como un referente imprescindible de su formación lectora. Son ahora los hijos de estos hombres y mujeres quienes abren los ojos en los talleres infantiles y se deleitan con las palabras de los cuentacuentos. Desde el primer año, el área dedicada a los niños fue una parte esencial de la Feria. Ya en 1988 el Patio Infantil se planteó como un proyecto conjunto con el Departamento de Educación Pública, que ofrecía talleres y adaptaciones de algunas de las obras de Juan Rulfo junto con presentaciones de danza y música, ante la tímida visita de tres mil niños. Fue a partir de la quinta edición de la FIL cuando 60 mil niños inundaron la Feria y el programa infantil cobró la importancia que tiene en la actualidad. En 2010, más de 100 mil futuros lectores visitaron este espacio. Hoy día acudir a los talleres y espectáculos de FIL Niños es una tradición en la ciudad, que abrazan por igual escuelas y padres de familia. La palabra, el libro y la lectura son la columna vertebral de un programa de más de mil actividades que siembran en los pequeños el amor por los libros.

25

feria internacional del libro de guadalajara


El trabajo con niños y bachilleres ha permitido a la FIL orientar a públicos específicos hacia la lectura. Sin embargo, su otro reto es acercar de la misma manera al lector cotidiano, ese que no cuenta con un respaldo para atravesar el océano de libros. Uno de los éxitos de la Feria, la posibilidad de concentrar un universo de cientos de miles de títulos en una misma exposición, es un arma de doble filo, pues la diversidad puede ser abrumadora para aquel que lee unos cuantos libros al año. Para esto se creó el programa El Placer de la Lectura. El Placer de la Lectura nació de la certeza de que todo buen escritor es, antes que otra cosa, un buen lector. Los autores que han participado en este espacio insisten en que la literatura y el lenguaje no son asuntos de generación espontánea. Las letras conducen a las letras; los libros conciben libros. En el salón de El Placer de la Lectura los autores hablan frente a un público que puede o no estar familiarizado con su obra, pero que inevitablemente está interesado en escuchar cómo se forja un lector. Cada uno de los más de 180 participantes que han pasado por este foro ha tenido la oportunidad de hablar con desenfado de sus primeras lecturas, de la literatura que le apasiona en la actualidad, de los lugares más cómodos para leer o de su manera de elegir títulos en una librería. Después de diez ediciones hemos descubierto con alegría que muchas personas regresan año con año a El Placer de la Lectura. Además, se han adueñado del recinto y del tiempo, y participan para determinar el sentido de la conversación y dirigir la plática hacia los temas que les interesan. Los resultados han sido sorprendentes y fecundos.

Tres autores que han compartido el placer de leer: Tomás Eloy Martínez, Antonio Muñoz Molina y Almudena Grandes

la fil y los lectores

26


En las prepas FIL Joven es una ruta que reúne a los autores y a los estudiantes en una carretera de dos vías. La primera lleva por nombre Ecos de la FIL, y es la que toman los escritores cuando visitan las escuelas de bachillerato de la región: no sólo de la zona metropolitana, sino también en centros educativos del estado de Jalisco.

Este es, sin duda, uno de los espacios de diálogo más genuinos de la Feria. Tan sólo en los últimos años, autores como Almudena Grandes, Sergio Ramírez, Rosa Regás, Arturo Arango, Eduardo Parra, Miguel Mejides, Germán Dehesa, José Manuel Fajardo, Rafael Heredia, Juan José Millás, Alejandro Jodorowsky, Enrique Vila–Matas, Élmer Mendoza, Fernando Iwasaki, Thomas Brussig y Juan Villoro han encontrado en Ecos de la FIL un espacio privilegiado para tener acceso a sus lectores más jóvenes, para compartir con ellos el entusiasmo ante la creación y la fuerza de la palabra escrita, para dialogar con un público alejado de los círculos intelectuales y anclado en la vida diaria. La segunda ruta tiene un sentido inverso. Es la que lleva los jueves y viernes de la Feria a los estudiantes que llegan a visitarla. Hay los que vienen por su propio pie y los que vienen traídos por sus escuelas. Es también en estos días cuando se llevan a cabo las sesiones de Mil jóvenes con…, otro programa imprescindible al hablar de la creación de públicos desde la FIL. Carlos Fuentes abrió este espacio en 1997, ante un auditorio abarrotado. Ese mismo año se estableció también la tradición de reunir a los jóvenes con el ganador del Premio Juan Rulfo (hoy Premio FIL de Literatura en Lenguas Romances). Desde entonces, miles de jóvenes han tenido la oportunidad de dialogar con Cintio Vitier, Juan Goytisolo, Tomás Segovia, Carlos Monsiváis, Silvio Rodríguez, Eusebio Leal Spengler, Hugo Gutiérrez Vega, Álvaro Mutis, Alí Chumacero, Ricardo Chávez Castañeda, Paco Ignacio Taibo II, Isabel Allende, Rubem Fonseca, Etgar Keret, Jaime Sabines, Quino, Vicente Leñero y Juan José Millás, entre otros.

27

feria internacional del libro de guadalajara


la fil y los lectores

28


Los lectores hablan En 2003, Rosa Montero se puso en manos de sus lectores para la presentación de su novela, La loca de la casa. Ella había contribuido meses antes al nacimiento de Los lectores presentan… y cinco personas anónimas, unidas por el simple requisito de haber leído la obra y tener una opinión sobre ella, fueron las que dieron sus puntos de vista al público. El éxito que se obtuvo hizo que los años siguientes se presentaran otros títulos dentro de este formato. Libros tan diversos como Delirio, novela de Laura Restrepo que ganó el Premio Alfaguara en 2004; La sombra del viento, de Carlos Ruiz Zafón; El actor se prepara, de Hugo Hiriart; Lila va al cole, de Eduard Estivill; La catedral del mar, de Ildefonso Falcones; Los esclavos, de Alberto Chimal, o El frío modifica la trayectoria de los peces, de Pierre Szalowski, han servido para transformar el concepto convencional de las presentaciones de libros. Este espacio abrió también la puerta para que los autores escucharan, en voz de sus lectores, el valor auténtico de su obra. Los lectores presentan… le da al autor la oportunidad de descubrir si efectivamente alguien escucha en el otro extremo de la línea. Ver en el estrado a cuatro o cinco lectores provenientes de distintos estratos culturales, sociales y económicos, representativos de los diferentes grupos de edad y con distinta formación educativa permite, además, que el público se identifique con su experiencia lectora y se sienta más atraído hacia esas obras.

29

feria internacional del libro de guadalajara


Ser parte de la fil Contar con un público fiel y creciente, tener una reputación internacional cada vez más sólida y ser un referente indispensable en el panorama cultural de Iberoamérica son las características que hacen a la FIL una marca con la que asociarse significa, siempre, ganar

La diversidad del público que acude año con año a la FIL Guadalajara es la mejor garantía de éxito para las empresas y organizaciones que asocian su marca a este evento cultural. A la cantidad y calidad de las distintas audiencias que convoca se suma el beneficio de la percepción de la Feria, reconocida en el mundo entero como uno de los principales festivales literarios y culturales de Iberoamérica.

La FIL es una extraordinaria vitrina para sus patrocinadores

ser parte de la fil

30


Esta importancia se refleja en la cobertura mediática, nacional e internacional, que la FIL Guadalajara recibe año con año. La Feria es el evento cultural que goza de la mayor cobertura internacional en México. A ella asisten cada año más de 1,700 periodistas, que representan a 487 medios de quince países. Posicionada además como uno de los motores culturales del Occidente de México, la FIL mantiene una búsqueda constante de estrategias novedosas, ligadas al consumo cultural, que permiten a sus patrocinadores una visibilidad que pocos eventos pueden ofrecer. Más allá de los beneficios tangibles, la FIL ofrece a sus patrocinadores la oportunidad de dar un paso hacia adelante en el terreno de la inversión social. Asociarse con la FIL es abrazar la causa del libro. Es, además, la oportunidad de las empresas para acercarse al público desde enfoques novedosos, mediante los que es posible descubrir aspectos que la relación comercial no devela. Ejemplos de esta participación son los que se han logrado con empresas como Banamex, Fundación Televisa, Grupo Modelo, El País, FaberCastell, Discovery Kids, Coca-Cola, Ferrero y Telmex, entre muchas otras. De hecho, los patrocinadores de la Feria han marcado una fuerte tendencia por buscar involucrarse con los objetivos de promoción a la lectura y al libro propios a la FIL. Fruto de esta tendencia es Filantropía, un programa lanzado en 2006 que está orientado a favorecer a los niños de la comunidad inmediata de Guadalajara, mediante el patrocinio de su asistencia a la FIL. Ser parte de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara es unirse a un selecto grupo de personas que saben que la fuerza de la cultura y de la palabra puede mover el mundo.

31

feria internacional del libro de guadalajara


fil guadalajara-folleto institucional

se terminó de imprimir en agosto de 2011 en los talleres de Coloristas y Asociados, Calzada de los Héroes 315 cp

37000

León, Guanajuato, México Tiraje de 1,000 ejemplares Familia tipográfica: Rotis La edición estuvo al cuidado de Myriam Vidriales


Folleto Institucional FIL  

La Feria Internacional del Libro de Guadalajara, con su primer cuarto de siglo de vida, está consolidada como el mayor mercado mundial del l...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you