Page 1


PROXIMO NĂšMERO NUEVO VIDEO. motion comic ("el principio del fin")


Sindicato de Operaciones Temporales Conoce + de este proyecto transmedial en www.bocha.tv.com.ar


CON MUCHÍSIMA PUBLICIDAD Y DESPUÉS DE "PROMETEO" (2012), RIDLEY SCOTT CONTINÚA LA SECUELA. MUCHA AGUA PASÓ POR ESTE RÍO Y TODOS SABEMOS QUE ALGUNAS FUERON UN DESASTRE.

AQUÍ, "ALIEN COVENANT" NOS PRESENTA A UN GRUPO DE PIONEROS EN VIAJE HACIA UN NUEVO PLANETA, PERO EN SU CAMINO HACEN UN DESVÍO Y SE ENCUENTRAN CON EL BICHERÍO. Con esta premisa, y junto a todos los avances que rondaron la peli (el episodio de la Dra. Elizabeth Shaw y la llegada al planeta de los Ingenieros pelados o la última cena donde aparece James Franco


con resaca) básicamente tenemos un film. Y a esto le añadimos las explicaciones visuales a lo Hamlet o al estilo Gladiador (2000). Hay muchos errores en la peli. Por momentos pensamos que los tipitos elegidos para una empresa de pioneros son sacados de Scooby Doo. Y en otros, creo que Scott se desata con una belleza visual que no habíamos hallado en Prometeo. O SEA ACÁ HAY PLATA Y HAY OFICIO.

Lo demás es como aquel film de cuando yo era chico, Planet of the Vampires (1965): dejaste entrar al monstruo y sonaste. En cuanto a las actuaciones, Michael Fassbender es el plato fuerte interpretando a Walter y a David. A Katherine Waterston no le da el target para ser una nueva Ripley. A Danny McBride pareciera que le es una situación incómoda actuar en este film. CON TIRRI NO SABEMOS PARA QUÉ SE CORTÓ EL PELO KATHERINE WATERSTON, CON LO LINDO QUE LE QUEDABA. "Alien Covenant" es un film clase B con alto presupuesto, con buenos planos y escenas escabrosas, pero con todos los elementos de ciencia ficción. Se atreve, por ahí, a hacer un poco de filosofía. No sabemos bien porqué. ­¿Y el cusifai?­ me pregunta Tirri. Pues bien: el monstruito cochino varía en sus formas, como para darle una vuelta de tuerca. Y así nos fuímos al parque con mi amigo del alma. Tirritutututututu...


CAP IV La campaña del Este

Macedo investigó caminando los mercados. Cultivaba el análisis de la opinión popular extrayendo acertadísimas conclusiones. Domaba el asco que le producían los pobres y desayunaba sopa de pescado entre las risotadas de la fauna portuaria. Hablaba poco y lo que decía perduraba. Jamás apuraba el paso. Su mirada apacible daba la sensación de que se ocupaba de uno sin preocuparse en absoluto. Le interesaba lo que los seres revelaban durante su existencia, no los seres en sí. De inmaculada túnica blanca madrugaba caminando arrabales, parecía una gaviota sobrevolando los pliegues azulados de la costa. ­ El pendejo de mierda me cagó la Navidad – que quejó el Rey mojando el pan en el tuco. Lo acompañaban Macedo y Boydé, que trató de apaciguar. ­ Una comadre denunció esta mañana… ­ ¡La garcha que me denuncie! No tienen ni idea y se meten a opinar como si fueran profetas – Instintivamente miró a Macedo, que se limpiaba las comisuras de los labios con un pañuelo de terciopelo malva y agregó: ­ La campaña del Este no debe demorarse más allá del comienzo de la primavera. Buenas noches. Saludando con leve movimiento de cabeza perdió sus pasos en el interminable pasillo. Boydé trataba de impedir silencios en presencia de Su Majestad y recurría a cualquier tipo de conversación.


­ Si encuentran vivo al niño Baumont podrá desahogarse reprendiendo al Príncipe. Ha sido bastante descortés últimamente, aunque tenga motivos… Bah, eso no justifica ser maleducado… ­ La campaña del Este tiene que arrancar en primavera. Si al pibito lo encuentran con el culo abierto en un yuyal o jugando a la guerra con sus primos me importa tres carajos. Y al Príncipe y su linaje antisemita me los paso bien por el forro de las pelotas. Me calienta la trascendencia que le han dado en todas partes a esta pelotudez. Ni que fuera Mahoma el pendejo. Que se busque una hembra y haga otro. ¿De cuántas legiones entrenadas disponemos? ­ Veinte nuestras y ocho contratadas, seis de ellas de Esculduggeri. ­ ¡Encima! ­ El año pasado estuvo muy bien… dentro de su bestialidad, claro. ­ Se cebó con los saqueos. Los numidas serán poderosos guerreros pero tienen el cerebro como un pedazo de moco. Ese negro de mierda… Adoptó la expresión “negro de mierda” desde que la oyó en la corte austríaca. El Príncipe había dicho mientras metía la cuchara en un pote de crema: “Dios le dio menos delicadeza que a los chanchos a esos negros de mierda”. Como toda la servidumbre de la corte era negra, el Rey creyó que se trataba de una raza sumisa y obediente. Gran decepción tuvo con Esculduggeri y su ejército mercenario. El negro era altanero, mal hablado y sembró el terror en los territorios conquistados quemando y violando lo que encontraba. ­ Es capaz de venderse al Turco Alejandro (solo mencionaba a Alejandro ante Boydé, porque consideraba que Boydé era una entidad casi abstracta incapaz de proyectar en su interior escenas con demasiado espesor). Asegúrenlo para que esté listo a inicios de marzo. Páguenle el doble para que vaya al frente. A ver si nos deshacemos en un viaje de estos negros de mierda y de los mogólicos (se refería a los mongoles que controlaban Asia asombrando por su destreza en la


guerra de a caballo, puntería con lanza corta, arco y la frugal manera de llevar adelante larguísimas campañas, y comandados por el poderoso Moghin Moh). ­ Los mongoles no pierden batalla desde hace veinte años. ­ Será porque les tienen miedo. A mi no me van a venir a cojudear unos deficientes mentales Mongolia había invadido la ciudad fronteriza de Alcántar, lejano bastión árabe que Alejandro desestimó por incómodo y el Rey conquistó mintiendo sanguinarios enfrentamientos. El disciplinado ejército mongol consideró oportuno instalarse aniquilando a todos sus habitantes a golpes en la tráquea, un método que desesperaba a las víctimas, que agonizaban tomándose el cuello, corriendo y girando, cayendo y revolcándose mientras largaban espuma por la boca antes de morir con los ojos abiertos de espanto. Dejaron vivo a un campesino que llegado al Castillo y después de contarle los detalles al Rey, le transmitió el mensaje de Moghin Moh: “A partir de ahora esta ciudad pasa a formar parte del gran Imperio Mongol bajo mis designios. No intente recuperarla. Demuestre que no es un simple maricón resentido. Ya me enteré lo del Turco Alejandro”. El mensajero fue apaleado hasta la muerte por leer en voz alta el mensaje. El mismo Rey llorando y enjugándose los mocos lo mató y remató hasta que no fue más que un manojo de huesos. “Tomá tomá tomá decile al idiota ese que tomá tomá tomá, ¡¡¡Le voy a ganar y le voy a festejar en la cara y le voy a hacer arrancar todos los pelos del culo y se los voy a hacer comer!!! ¡¡¡ Maricón resentido las pelotas, mogólico buchón!!! ¡¡¡ La campaña del Este, la campaña de Este!!!”.

CONTINUARÁ... .


El tema del cassette es "SIN HILO" de Las Pelotas.


Profile for bocha-TV

Wiiiiiii n05 junio  

Si un pulpo gigante atacó tu Ciudad, esta es tu revista! Wiiiiiii

Wiiiiiii n05 junio  

Si un pulpo gigante atacó tu Ciudad, esta es tu revista! Wiiiiiii

Profile for bocha-tv
Advertisement