Issuu on Google+

Año 2, nº 12 Octubre 2011

Spes Unica Número especial un año

¡Sor te am me de os un info rcar ta (más n infor m atal! la pág ación en . 6)

Escriben y colaboran en este número: Antonio del Olmo, José Luis Colmenero, Silvia Ditro, Roberto López Moreno, Horacio Otheguy Riveira, Mayra Cabrera, Felipe Muñoz Plaza, Yoselem Divincenzo, Simón Domínguez Barahona, Juan Bautista Villaseca, Bárbara Ghianda, Raül Jurado Gallego, Ángel Loyola, Kenny Delgado Fragoso, Jorge Dossi, María de la Paz Reyes Peña, Roberto Langella

Poesía Cuentos Artículos Otros cuentos...


Consultorio Astrológico Spesunica Regale y regálese su propia carta natal astrológica (nuestro informe es elaborado de manera completamente artesanal y personalizada; NO ES PRODUCTO DE PROGRAMAS DE COMPUTADORA. Incluye: Análisis de la carta natal propiamente dicho, análisis del horóscopo personal anual, informe sobre vidas pasadas, lista de heráldicas, mapas astrales a todo color. Obtenga gratis un ejemplo de nuestro producto en nuestro sitio de descargas, y comprobará la calidad del tratamiento y presentación. Con el encargo de dos cartas natales (parejas, padres e hijos, etc.) REGALAMOS un informe sinástrico (comparación de cartas, para evaluar compatibilidades e incompatibilidades de la relación). Los primeros 15 consultantes de cada mes recibirán un informe numerológico (personalidad y destino) GRATIS. Descargue gratis desde nuestra sección de links el programa de Videoconferencias Skype, para que podamos atender on line las lecturas de Tarot y runas celtas; nosotros le diremos cómo instalarlo y configurarlo. Escríbanos para que podamos brindarle mayor información sobre nuestros servicios y formas de pago. Tómese unos segundos para visitar todas nuestras secciones, donde hallará más detalles. Visite nuestra web y vea más detalles, listas de precios, y encuentre en nuestros blogs artículos interesantes sobre astrología y otros temas; ¡los esperamos!.

www.spesunicastrologia.com.ar


Sumario Editorial (1 y 2) Noticias del mundillo literario

5 6

La impunidad en el hecho artístico, por Roberto Langella Poesía, por José Luis Colmenero

7 8

Apología sobre Sócrates, por Silvia Ditro

10

Parajoda: Últimas consecuencias de nuestra paradoja, por Roberto López Moreno

10

Ninguno como yo, por Horacio Otheguy Riveira Silencio, por Mayra Cabrera Los enigmas del mundo, por Brian M. Stableford El arte de Antonio del Olmo

11 12 13 14

¿Qué se siente que te maten un hijo?, por María de la Paz Reyes Peña

15

Los signos del zodíaco y el trabajo

16

Dios ha muerto, el hombre ha muerto y yo no me siento bien, por Felipe Muñoz Plaza

17


Ojos de carne, ojos de fuego, por Theodore Roszak

18

Divagaciones pelotudas, Por María de la Paz Reyes Peña El astrólogo y la tarotista, por Ñapi Pero, por el mero ser Doña Luisa, por Yoselem Divincenzo

19 21 23 26

Lesiones del buen escribir, por Roberto Langella Poesía Misceláneas Interrumpidas, por Horacio Otheguy Riveira y Roberto Langella Pobre alma mía, por Simón Domínguez Barahona Mensajes de Hotmail (y otras divagaciones pelotudas), por María de la Paz Reyes Peña Onomancia Horóscopo de Octubre, por Roberto Langella

27 28

30 31

33 34 35


Año 2, nº 12

“La peste del hombre es la opinión de saber”. Pico de la Mirándola

Octubre 2011

Spes Unica

Editorial

M

is queridos amigos, se cumple un año de la revista y yo que creía que se iba a terminar el mundo en cosa de días; tengo que rectificar y brindar con ustedes. ¡Brindemos por un mundo cada vez más caótico, pero muy entretenido, qué caray! ¡Brindemos por la revista Spes Unica, que es única, ni dudarlo! Y no sigamos con los brindis, que luego Roberto se pone a pedir dinero prestado al calor de las copas. Y hablando de mi Roberto, les contaré que la revista nació por una idea de él; yo no le daba ni pizca de bola. Y es que él hizo tremendo berrinche cuando le negaron su propuesta de ser página central de Play Girl. Así que me dijo, muy indignado:

¡Haré mi propia revista para aparecer en un desplegable en las páginas centrales! ¡Ja! Y aquí estamos, sí señor, Roberto picando piedra todos los días, trabajando incansablemente para armar, corregir, recabar colaboraciones, ilustrar y dibujar su tira cómica (¡Aaah, qué lindo flaco, tan trabajador!) Y bueno, yo le echo porras, lo apoyo, le mando mi sección y lo admiro mucho. Un año, qué rápido pasa el tiempo. Doce meses de estar pelotudeando en la red, se dice fácil, pero es un gran logro, ¿no lo creen? Y como siempre estuve de

acuerdo con la siguiente queja de algún anónimo sabio argentino, los dejo con esas palabras para que las reflexionen y les dejo todo mi cariño y gratitud por estar. “TRABAJÁS, TE CANSÁS, ¿QUÉ GANÁS?”

Mary Paz Reyes Peña, octubre, 2011.

Editorial 2

M

entira: El responsable de “El Astrólogo y la Tarotista” es mi primo lejano, el Ñapi, que vive su vida metiéndose crayones por la nariz, hasta que le llegan al cerebro. Y bueno, cumplimos un año de revista, tiramos la casa por la ventana, manteca al techo, ponemos toda la carne al asador, y lo celebramos con algunas más páginas en este número, con una selección de lo mejor publicado durante todo este tiempo, pero también con material nuevo, como un cuento de Yoselem Divincenzo, otro de Mayra Cabrera, poemas de Simón Domínguez Barahona y José Luis Colmenero, dibujos de Antonio del Olmo, todos queridos amigos. También seguimos con las secciones habituales, y una entrega especial de

las “Divagaciones Pelotudas”, de Mary Paz. Estamos muy contentos de cumplir un año de revista, y les agradecemos el acompañamiento brindado en todo este tiempo; en fin, ¡que la disfruten!.

Roberto Langella, octubre, 2011.


Noticias del mundillo literario La librería on-line Amazon acaba de abrir su plataforma exclusivamente en español (www.amazon.es), donde muy pronto podrán conseguir nuestros libros: De Mary Paz Reyes Peña: Gritos desde el Hades (poesía); El Elegido (novela); Aventuras de una Tarotista Loca (cuentos). De Roberto Langella: Valerie Vuelve (novela); Poeta del Marcapasos (poesía); El Sepulcro de la Rosa de los Vientos (novela) * La editorial Babel Books

Inc., de Nueva York, dirigida por nuestros queridos Rodolfo y Yoselem Divincenzo, están presentando las bases para el concurso literario “En Busca del Dorado”. Las obras presentadas a competición comenzarán a recibirse a partir del día 1º de enero de 2012, siendo el día 31 de marzo la fecha de cierre Las bases completas se hallan en el siguiente link.

¡Cumplimos un año y tiramos la casa por la ventana! CUMPLIMOS UN AÑO Y SORTEAMOS UN INFORME DE CARTA NATAL El informe incluye: Análisis de la carta natal; análisis de vidas pasadas; horóscopo personal para el año en curso o el siguiente (si se está pronto a cumplir años). Podrán participar también quienes ya hayan realizado este tipo de trabajo con nosotros, por la realización de la próxima revolución solar (horóscopo personalizado) Para participar, deben enviar un email con el siguiente texto: “QUIERO PARTICIPAR EN EL CONCURSO POR LA CARTA NATAL” a robertolangella@spesunicastrologia.com.ar El sorteo se realizará el día 31 de octubre, y el ganador será anunciado en el número de noviembre. (*) Solo no podrán participar los ganadores de concursos anteriores realizados por nosotros.

El libro de cuentos de Cimi, ya se encuentra a la venta en la editorial, Babel Books Inc., en las librerías Amazon y Barnes & Noble, y otras similares, de todo el mundo.


La impunidad en el hecho artístico, Por Roberto Langella Artistas y espectadores conforman al hecho artístico en un juego recíproco, donde cuentan las buenas intenciones y el buen gusto.

C

uando un espectador se aviene a experimentar un hecho artístico, se cierra un vínculo previsto conscientemente desde el principio de la obra, entre él y el autor. Entre ambos hay un acuerdo tácito, previo a la concreción de su encuentro, por decirlo de otro modo. El espectador pondrá de su tiempo y esfuerzo en virtud de la obra, mientras que el autor se compromete a conmoverlo, a educarlo, a informarle o entretenerlo, cuando menos a divertirlo. Si cualquiera de los dos falta a estas formas, se deshace el vínculo. Si en una novela policial el lector lee solamente los tres primeros capítulos y los tres finales, sabrá antes seguramente quién ha sido el homicida, pero habrá faltado al juego propuesto del autor, de develar el enigma. Si por el contrario, al acabar de leer la obra de manera legítima, el lector se encuentra con que la misma no lo ha conmovido, ni educado ni informado, ni entretenido, entonces tenemos un problema mucho más grave.

La teoría de la comunicación Hoy por hoy se reelabora la idea clásica de un papel completamente pasivo de parte del espectador. Los estudiosos de la comunicación dicen que en la relación autor-espectador

ambos construyen de la propuesta o la comprensión a la realidad del hecho artístico. Sin entrar en polémica de cuánto de verdad hay en esto, seguramente sí es más activa la participación del espectador, en que él pone muchas más expectativas que el autor, en lo que producirá el

tea el autor, si la trama tratara de una realidad hipotética o futurista, por ejemplo, si fuera del todo fantástica, etc. Si todo el mundo se obstinara en que los viajes a través del tiempo son imposibles o improbables, por ejemplo, el libro del gran H. G. Wells no tendría razón de ser, y por cuestiones similares, más de la mitad de la biblioteca universal tampoco. Se conviene en la hipótesis planteada por Wells, por continuar con el mismo ejemplo, para poder avenirnos a su juego.

Juegos macabros

vínculo, puesto que para éste aquel le será completamente anónimo, mientras que no se produce lo mismo a la inversa. El lector sabe a quién leerá, el autor no sabe quién le va a leer, indudablemente. Por participativo que pueda considerarse el papel del espectador en este vínculo, no deja de ser más pasivo que el del propio autor. Pues el lector debe someterse a las reglas de juego que plan-

Ahora bien, esta cuestión hace que la posición del autor en lo que al vínculo cerrado escritor-lector refiere, se vuelva bastante impune. El lector está aceptando subir a un coche que no le pertenece, que no manejará, del que no conoce sus características, e igualmente no conoce las intenciones del conductor respecto de la velocidad (de lectura, de nivel de compresión), ni de cuál será el destino final del viaje, ni por cuáles paisajes atravesará. El lector confía, simplemente. Al margen de que quizás el espectador haya pagado un precio de tapa del libro, o las entradas al cine o teatro, o a la exhibición de pinturas,


Página 8

cuando menos existe el riesgo de estafa moral en la relación autorespectador, siempre del primero hacia el segundo, por ese rasgo de impunidad al que se refiere. No incluiremos los casos en que un espectador pueda verse ofendido en sus prejuicios, dadas las cosas que explícitamente se digan en una obra, o el tenor general de su contenido. Se señala ahora exclusivamente a la verosimilitud de la propuesta y al juego de intenciones (buenas o malas) que se plantean en todo hecho artístico. Si la intención de un creador es meramente hacer sentir asco a sus espectadores, y para ello incurre en todo tipo de efectismos que conducen al asco, eso se entenderá no es arte, aunque el público estuviera advertido de tales procedimientos. No es arte si meramente se apunta a la parte instintiva y más refleja del ser.

De los siete pecados capitales y los conductores de taxis Para finalizar, se intentará expo-

S PES U N I C A

ner un ejemplo, que no obstante el lector de este artículo deberá experimentar para confirmar por sí mismo la veracidad de lo que aquí se observe. Existen dos películas, Taxi Driver (1976), de Martin Scorsese, y Seven (conocida como Los Siete Pecados Capitales) (1995), de David Fincher. Ambas obras tienen un tópico común, la historia respectiva de un par de psicópatas, que para el final de cada historia consumarán sus atrocidades, con total impunidad. Pero hay una diferencia radical entre ambas propuestas, que tiene que ver con la intencionalidad con que cada uno de los realizadores ha cargado a su película particular. Tal diferencia radica en que el director de Taxi Driver no deja de acompañar nunca al espectador en lo que está presenciando. Hay en la cámara, en el enfoque, quizás en la música incidental del filme, una mirada tan horrorizada de lo que está mostrando como la de aquel que meramente ve, mientras que el director de Los Siete Pecados…

de pronto se va de la obra, deja solo al espectador en la impotencia del horror y de la angustia, casi con fidelidad periodística. Y ahí está la diferencia. No hay arte en el periodismo. Desde ya que hablar de las “intencionalidades” de un autor nos pone en una situación del todo subjetiva, pero, volviendo a la teoría de la ciencia de la Comunicación, estamos advertidos que debe aprenderse y reaprenderse el hecho de leer cada discurso respectivo, aún, atendiendo a la intencionalidad característica de cada fuente, respecto de sus propias necesidades. Este artículo fue publicado por primera vez con el título El Espectador de Hoy y el Artista, en www.suite101.net, el 11 de agosto de 2010.

Poesía, por Jose Miguel Colmenero NO APTO PARA DIABETICOS Siento estupor cuando dibujas el garabato de tus labios en cada sueño. ... Cuando tirabuzoneas un racimo del cabello en tu juego más cotidiano. Digo que siento estupor y en realidad debiera decir que te existo y te devoro en la lágrima del rocío y en la miríada de los lechosos globos que tatúan el manto cárdeno.

Y lo digo así porque no sé decirlo de otra manera. *

CUCHILLA VIEJA Mi sangre gotea gota a gota sobre el blanco profiláctico de la bañera. Cualquier día de estos le meto una demanda a la Gillette.


A ร‘ O 2 , N ยบ 12

Pรกgina 9

&


A Ñ O 2 , N º 12

Página 10

Apología sobre Sócrates (relato) Por Silvia Ditro

A

spasia… Tus palabras son un bálsamo para mi mente afanosa. Disfruto tanto de tu compañ-

ía… -Mi amado Sócrates, es demasiado honor para mí tenerte en mi lecho. -Por poco tiempo será, dulce hetaira. No he dejado de advertir las radiantes miradas que nuestro autocrátor te dirige… Ni las que tú le devuelves. -¡No digas eso, Sócrates!. Pericles no es para mí más que un amigo. -Mira, Aspasia, yo no soy ya un hombre joven. Y hago mejor papel de invitado que de amante. Lo digo sin pesar. Apropiado resulta que respondas a la cálida demanda de hombre tan honrado como noble. El podrá proporcionarte más excelentes caricias, merecidas co-

mo las tienes. Un filósofo solo sabe, en el mejor de los casos, exponer argumentos… Además, ya encontraré consuelo a mis pasiones fugaces en casa de Teodata. Siempre dispone de alguna jovencita piadosa que no repudia tenderse bajo la sábana de un anciano. Y hasta lo hacen con tierna solicitud… De modo que ya ves, lo he decidido. Me hago a un lado ante el arconte, sin por ello sufrir daño. Y ahora, querida, niña, encantadora compañera, me marcho a casa. Es ya muy tarde. Xantipa hará otra de sus escenas y quiero descansar un poco. Sócrates se incorporó y alisó su chitón zurcido una vez puesto. Aspasia, con su voz de plata, aún recostada, suspiró reflexionando. -No entiendo cómo el más ilustre de los maestros de Atenas, amado y

respetado por los grandes hombres de la ciudad, soporta a una mujer como Xantipa, que ni conoce tu valor ni comprende su fortuna. ¿Por qué vuelves a ella una y otra vez?. ¿Acaso la amas?. Sócrates sonrió con un dejo de tristeza y un fleco de ironía. Besando la mano que Aspasia le alcanzaba respondió sin prisa. -Claro que no, querida mía. Claro que no la amo. Por eso la soporto, justamente. Y bien, me voy… Hasta la próxima. Este relato fue publicado primeramente en Spes Unica nº 1

PARAJODA: ÚLTIMAS CONSECUENCIAS DE NUESTRA PARADOJA, (relato) por Roberto López Moreno

Que atrasada está la ciencia”. Las ruedas de la camilla giraron como buscando direcciones independientes; finalmente, aunque confusas, terminaron siguiendo la ruta que el camillero, obstinado, les impuso. Al despertar de la anestesia, entre dolores e hinchazones violáceas, el primer pensamiento que expresó en voz alta fue ese: “qué atrasada está la ciencia”. Después, más sereno, o más bien, menos afligido, hincó en el origen de su discernimiento: “una operación de columna vertebral, una tajada de caballo en la espalda, ocho tornillos invadiendo el cuerpo, ocho horas boca abajo, anestesiado. ¿Y el trabajo de tantos científicos en el mundo?, ¿para qué, entonces, tantas experimentaciones de la técnica y la ciencia, si para curar los males del organismo tiene éste que pasar por brutalidades que sólo por el tópico de la asepsia -no siempre eficaz, por cierto- apenas pueden diferenciarse de la edad me-

dia?” Enfurecido pensó en lo vano de sus estudios de fisiología; de los tantos postulados de físicos, químicos, matemáticos, que había estudiado y discutido con pasión en veneración auténtica a la ciencia y la tecnología. Dentro de su mente, ahora tan adolorida como su cuerpo, él, en horizontalidad de víctima, rencoroso pleno, empezó a ordenar lo sustancial de su enorme acervo. Amontonó ecuaciones sobre ecuaciones; todo lo relativo a asuntos cuánticos y sobre la relatividad; Teoremas como el de Gödel y sus proposiciones indecidibles, las deliberaciones de Copenhague; las consideraciones sobre el experimento de Schrodinger; el dodecafonismo de Shöemberg; Alfred Watkins y las líneas ley; las simbologías producidas por Bohr y Heisenberg; más antes, las de Euler; más antes las de Al-Jawarizmi; Dios jugando, sí o no a los dados; Curva de Koch; Ley de Hooke, Método de Möhr; Fisión atómica. Todo eso y más juntó en su mente enfebrecida. Todo eso y más.

Recordó la clave que había ideado para destruir todo eso y más, en caso necesario. Con el ardoroso dolor en la espalda y la espumosa rabia en la conciencia aplicó la fórmula mentalmente. Desde su camastro de hospital su cerebro dictó: Rotor M-O repele bono Z. En ese mismo instante, en otra parte del mundo, una terrible arma secreta borraba a libios y palestinos de la faz de la tierra. Poco después, al saber la noticia, lleno de admiración, en el cúlmine de la paradoja, todavía entre dolores y analgésicos, iba a pensar en voz alta: “qué avanzada está la ciencia”.

Publicado por primera vez en Spes Unica nº 6


A Ñ O 2 , N º 12

Página 11

Ninguno como yo (relato), por Horacio Otheguy Riveira

E

l empresario José Luis López-Martínez disfruta disolviendo frases de la Biblia en la regada de su jardín. Hoy toca una que le produce especial satisfacción: Al orgullo le sigue la destrucción; y al espíritu altivo, una caída. Deambula con elegancia por los senderos del amplio jardín mientras fluye el agua de los aspersores: música en el aire, y a sus espaldas una mansión con cuatro hijos, perros y esposa tras amplios ventanales. Baja del coche unas horas después donde le reciben con un buen aperitivo: 15 minutos de programado tentempié. Luego pasea por la playa con el jefe de familia y su hijo mayor. — Todo zanjado, don Luis. — ¿No habrá sorpresas de última hora? — Ninguna, don Luis. Puede estar tranquilo. — La masacre del mes pasado salió fatal, muy peligroso, no puede repetirse.

— Nunca más. Ahora todo va muy limpio, don Luis. — ¿Todo perfecto? — Perfecto, sí, nunca mejor dicho. Toda la familia dormida. Averiamos la calefacción a gas. Llenamos las botellas con barbitúricos que no dejan huella. Nadie volvió a despertarse. Camino de su confortable hogar elabora una leve sonrisa, in memoriam de sus tiempos en el internado de los Hermanos Lagorinos de Lampedusa, tan lejos de casa entonces, tan perfecta su minuciosa venganza. De las familias de aquellos que disfrutaban humillándole sólo quedan los máximos responsables muy enfermos, terriblemente enfermos de miedo. Detiene el coche en la carretera. Cierra los ojos y no los abre hasta que descubre la frase del evangelio que va a disolver en la próxima regada del jardín: Dejad que los muertos entierren a los muertos. Y recién entonces pone en marcha el coche, suavemente, siente un gran placer, le recorre un estado de felicidad completa, a tal punto que deja que su rostro se relaje para dar paso a una sonrisa. El auto-

móvil se desliza, se suceden la noche y el día, su sonrisa se queda grabada, no hay modo de quitarla ni de cambiar de ruta; en realidad se da cuenta de que está aferrado al volante sin poder desprenderse, igual que los pies y esa mueca que le ha quedado en la cara. No puede mover la cabeza; percibe que cambian los estados de un día y de otro más, pero como no puede mover la cabeza sólo ve lo que le permite el parabrisas: su esposa y sus hijos junto a la ventana, sin expresión alguna, tan paralizados como él. Está muy agotado, pero no puede cerrar los ojos; no puede salir ni entrar y ellos le miran desde esa lejanía. Se sorprende al abrir la boca y pronunciar una pregunta: “¿Qué me está pasando?”. Quiere seguir hablando pero sus labios vuelven a sellarse. Su familia le responde en coro de ángeles: “Nunca más”. Publicado por primera vez en Spes Unica nº 8.

“¿Qué significa nacer para la mayoría de la gente?. Catástrofe sin paliativo. Revolución social. El aristócrata ilustrado expulsado de su superpalacio hiperexclusivamente supervoluptuoso y arrojado a un campo de concentración increíblemente vulgar revolcándose por entre toda especie concebible de organismos indeseables. La mayoría de la gente sueña con una cápsula de seguridad a prueba de nacimiento garantizada de soledad indestructible. Si la mayoría de la gente tuviera que nacer dos veces, lo más probable es que llamaran agonía a se segundo nacimiento”. E. E. Cummings, Poems 1923-1954 (Nueva York, Harcourt, Brace, 1951-1954), pág. 331.


A Ñ O 2 , N º 12

T

Página 12

e preguntas si hoy

nas audible y besas su fotografía, aco-

también tiene sus propios recuerdos,

es el día correcto.

modándola con cuidado sobre la car-

pero antes que pueda hablarte de

Hace tres meses

petita que ella misma tejió. Te miras de

ellos, lo haces a un lado y le das la

ya que estás con-

nuevo en el espejo y decides salir a la

espalda. Buscas un poco de comida

tando los días, hasta que se convirtie-

calle, no antes sin tomar una taza de té

del día anterior y la recalientas,

ron en semanas y luego, sin que te

sin azúcar, porque últimamente no te

cuidándote de no ensuciar tu ropa.

dieras cuenta, el día llegó, ya que

cae muy bien el desayuno.

Comes despacio, con cuidado y

miraste no sólo el calendario de la

Afuera, todo toma un matiz

saboreas cada bocado, sonriendo

pared, ése que te regaló el tendero,

diferente, porque ahí la vida pulula

de cuando en cuando, tal vez satis-

sino que encendiste el televisor para

por doquier, incluso en la más ínfima

fecho o quizá con algún pensamien-

que el noticiario matutino lo corrobo-

de sus formas. Observas todo y lo

to feliz que te ha tomado por sor-

rara. Efectivamente, hoy es el día.

guardas cuidadosamente en tu memo-

presa. Bebes sorbo a sorbo el con-

Ya han pasado muchos años,

ria, como algo digno de atesorar. Por

tenido del vaso, porque nunca antes

quizá demasiados sin que tengas una

un instante, te sientes feliz de que todo

te había refrescado tanto el agua.

cita. Es por eso que estás casi tan

vaya a ser diferente ahora y disfrutas

Suspiras un momento, antes de reco-

nervioso como un adolescente y fren-

el momento. De regreso, pasas al lado

ger los trastes sucios y colocarlos en

te a tu viejo ropero, dudas un tanto

de la iglesia cercana a tu casa, cuando

el fregadero.

sobre qué ropa vestir hoy. La mayor-

una sombra envuelve tus pensamientos

Tomas el florero que hab-

ía de ella es un tanto anticua-

ías abandonado y lo colocas sobre

da, y sin embargo, rescatas

la mesita de la sala, frente a tu

un pantalón negro de casimir

sillón favorito y te sientas a contem-

y una camisa a rayas que,

plar las rosas, mientras aspiras su

piensas, te dará un aspecto

aroma que, de tan delicado, lo ha

más distinguido.

impregnado todo (sí, hasta tu alma).

Esta será la primera

Consultas tu reloj y ves que aún tie-

vez que te encuentres con... Es

nes tiempo para pensar. Sí, antes

decir, con alguien diferente a

de que sea tu cita. Miras la pared y

Gertrudis. Tu Gertrudis, a quien dijis-

y te detienes, apoyándote en la pared.

los recuerdos se agolpan en desor-

te adiós hace ya tantos calendarios,

Te recuperas y pasas tus dedos por la

den, como fotografías dispersadas

cambios de presidente, nuevos esta-

frente, quizá para desaparecer cual-

por el azar. Una de ellas se queda

blecimientos en tu calle y más que

quier pensamiento que pueda distraer-

fija un instante y tratas de asirla,

nada, al polvo que se depositó poco

te de tu cita. Tu cita. Sientes que se

pero el desorden de la memoria

a poco en tu casa, hasta invadir por

hace tarde y, con las flores en la mano

termina llevándosela junto con otros

entero tu alma.

(“rosas blancas están bien”, dijiste al

recuerdos.

Al tomar tu reloj del buró, casi tiras el retrato de ella, lo sostienes por un momento frente a tus ojos y éstos se humedecen, porque no puedes evitar el sentimiento de culpa. Aún así, murmuras una frase ape-

vendedor), emprendes el camino de

Un suspiro te vuelve a la

regreso. Llegas haciendo ruido como

realidad y ves la hora. Ya ha llega-

siempre, para hacerte a la idea de

do. Tan cuidadosamente habías

que no estás solo y de que hay alguien

planeado todo desde tres meses

más en esa muda casa. Platicas con las

que por un momento piensas en

flores mientras buscas donde colocar-

hacer todo a un lado y mejor dormir

las. Lo encuentras y notas que el florero


A Ñ O 2 , N º 12

Página 13

y olvidar. Pero no. Es justo ya aban-

amado sillón y abres con cuidado el

Sabes que será lo último

donar la soledad y empezar de nue-

paquete. Dentro hay una botella de

que escuches, aparte del estampido

vo, porque después de todo, te lo

licor y una copa. Te sirves un trago y

ensordecedor dentro de tu cabeza

mereces.

por primera vez en mucho tiempo, lo

y el eterno golpeteo en la destroza-

Tocan a la puerta y te le-

disfrutas. Hurgas un poco más, debajo

da sien. No te preocupa porque el

vantas a abrir, sin mucha prisa. Al-

de la doble tapa y encuentras lo que

aroma de las rosas impregna el

guien te entrega un paquete que te

esperabas. Sonríes casi con dulzura,

ambiente. Y porque después de

envía otro alguien. Le agradeces al

mientras escuchas las campanadas de

esto, con la mirada fija en aquella

mensajero y cierras cuidadosamente

la iglesia llamando a misa.

fotografía que se había dispersado en tu memoria, vendrá el silencio.

la puerta. Te sientas de nuevo en tu

Los enigmas del mundo (fragmento), por Brian M. Stableford

H

aeckel hizo suya la tarea de aclarar los siete “enigmas del mundo”, planteados en 1880 por el filósofo (no científico) francés Emil du BoisReymond, como los grandes misterios del universo. Tales enigmas eran: 1. La naturaleza de la materia y la fuerza. 2. El origen del movimiento. 3. El origen de la vida. 4. La disposición ordenada de la naturaleza. 5. El origen de las sensaciones simples y la conciencia. 6. El pensamiento racional y el origen del habla como facultad concomitante. 7. El libre alberdrío. Tres de estos enigmas (1, 2 y 5), según Bois-Reymond, eran trascendentales e insolubles. A otros tres (3, 4 y 6) los consideraba solubles pero extremadamente difíciles. Respecto al último se hallaba indeciso. Haeckel no sintió nada por el estilo. Aseguró que las preguntas 1, 2 y 5 eran absolutamente sencillas, fáciles de entender a través de la “ley de la sustancia” - combinación de la ley de conservación de la materia y de la ley de conservación de la energía, que Haeckel considera-

ba las leyes fundamentales de la física. Los enigmas 3, 4 y 6, sostuvo, eran fáciles de resolver con ayuda de la teoría de la evolución de Darwin. Haeckel pudo haber tenido dificultades con el enigma 7, pero—como Alejandro ante el nudo gordiano—ni siquiera éste lo desconcertó. “El libre albedrío—escribió—no es absolutamente asunto de pesquisa científica, pues no es otra cosa que un dogma basado en una ilusión, y carece de existencia real”. El punto de vista de Haeckel sobre estos asuntos fue quizás algo extremista, incluso para el siglo XIX, pero su casual suposición de que un poco de conocimiento es algo que lo abar-

ca todo no es nada rara entre los científicos (tal vez no deberíamos tomarla contra Haeckel, ya que su libre albedrío, siendo ilusorio, parece haberle dejado margen para elegir…). Si los científicos actuales son más modestos, esto se debe acaso a que recuerdan el absurdo espectáculo de sus colegas del siglo XIX, cuyo cono-

cimiento exhaustivo del universo resultó ser totalmente inadecuado en unas cuantas décadas; y no porque estén mucho más conscientes de las deficiencias de su propio entendimiento. A un contemporáneo de Haeckel, el químico Marcellin Berthelot, se le recuerda hoy todavía por el repentino comentario que hizo en 1887, de que “de ahora en adelante la ciencia no tiene misterios”, y no por sus aportaciones reales a la ciencia. No solo se equivocó, sino que lo hizo precisamente en el peor momento de la historia, pues de ahí en adelante la ciencia se volvió cada vez más misteriosa. Haeckel y Berthelot fueron seducidos por el carisma de las brillantes simplificaciones introducidas en la teoría científica por Dalton y Darwin. Si en dos siglos no se habían encontrado defectos a la obra de Newton, ¿por qué de momento iba a ser socavada y revisada?. Ninguno de ellos podía saber que hasta la ciencia clásica de Newton resultaría anacrónica a los pocos años.


A Ñ O 2 , N º 12

“El Hombre y la Seta”

“A la novia le duele la cabeza bastante”

Página 14

“Natación no tan sincronizada”


A Ñ O 2 , N º 12

Página 15

¿Qué se siente que te maten a un hijo?, por María de la Paz Reyes Peña

E

l 14 de septiembre de este caótico 2011, cerca de las 10:30 de la noche, Ismael Cervantes Almaraz fue asesinado de un balazo en la sien. Uno entre tantos, que difícilmente me hubiera enterado, a no ser porque se trataba del hermano de una amiga muy querida para mí. Llamé a su casa para retomar la comunicación abruptamente interrumpida, por el dolor y el desamparo de la injusticia que te sale al paso cuando estás absorto en otras cosas. La madre me repetía asombrada: “¡Me han matado a mi hijo!” Alguien de mi entorno me cuestionó al respecto; lo comentamos y la pregunta que le salió a las mujeres de la familia fue un: “¿Qué se sentirá que te maten a un hijo?” Yo creo que muchas de nosotras lo sabemos y no estamos conscientes de este hecho. Si observamos atentamente la situación, la masacre comenzó desde hace mucho; tal vez siempre ha estado vigente el drama de ver caer muertos a los hijos ajenos, a los nuestros, a los del mundo entero. Porque no existe mejor manera de describir el impacto que recibe un chamaco cuando los padres lo colocan de frente a la verdad de no tener los recursos económicos para costearle sus estudios; más allá de una escuela secundaria y tal vez un curso para aprender algún oficio. Cuando los maestros le ponen un “no aprobado” en su boleta de calificaciones, y le invitan a no quitarle el lugar a otro que sí quiere y puede traer el material adecuado para desarrollar sus actividades escolares. Cuando varios de ellos le adjudican calificativos mutilantes como “problemático” o “conflictivo”, dando por hecho que no vale la pena dedicarle atención, credibilidad y tiempo a alguien así. Nos matan a un hijo cuando le dicen que no sirve para nada más que para engrosar las filas de asalariados en algún centro comercial, si bien les va. Nos los matan cuando revisan la lista de aspirantes a un lugar en las escuelas de Educación Superior Media, y encuentran su número entre los muchos rechazados.

Nos matan a los hijos todos los que prejuzgan sus actitudes retadoras, manifestaciones de individualidad que grita ante el sistema decadente y opresor. Arete en la oreja, cabellos largos y cigarros compartidos entre amigos por la calle a altas horas, con música estereofónica. Nos los matan los vecinos escandalizados que llaman a la patrulla, y que los señalan como peligrosos, mugrosos, vándalos, vagos, pandilleros. Nos los matan y hacen circular las sospechas, las acusaciones infundadas, los carteles de “se busca”, antes de tiempo; pronósticos de desastroso final para bien de la sociedad y para escarmiento de los malos padres, usted y yo. Nos los matan esos que no los conocen y que no saben lo bien que dibujan, ni de sus talentos con la guitarra o con la batería, o de su facilidad para los números y la mecánica, y lo leales que son cuando hay necesidad de apoyo. Nos matan a los hijos esos que les quie-

ren vender la idea de que es necesario vestir bien y tener cosas caras, aunque cueste prostituir su libertad y atarse al yugo de un empleador vampiro. Vender los sueños de ser el mejor de los veterinarios, o gran músico, escritor de novelas, heroico explorador de mundos microscópicos en algún laboratorio, o astrónomo. Nos los matan esos que les abren el apetito por un carro, aunque sea sencillo, y por ropa a la moda, ganados a fuerza de estar sentados frente a una pantalla en un call center durante largas horas de lunes a sábado. Nos los matan cuando les venden el BlacBerry y la última versión en 3D de Nintendo, a un precio altísimo, de quitarse de andar persiguiendo el sueño de ser universitarios, y esas cosas anticuadas. Nos matan a los hijos cuando les muestran estándares de belleza idealizados,

que se convierten en obsesiones peligrosas, en horas dedicadas a quemar grasas, aclarar cabello, comprar pupilentes de color y alimentación más restringida aún, en aras de ser considerados aceptables dentro del grupo de jóvenes donde se desenvuelven. Nos los matan cuando les enseñan que ser deseado es mejor que ser amado, y que “sexy” es la palabra clave para conseguir éxito social, aunque el vacío interior nadie lo pueda llenar, y la depresión les abrace a cada descuido, para acompañarlo en su dorada juventud de sexo frenético. Nos los matan cuando les demuestran que el mundo es una gran cloaca donde las ratas tienen más belleza que muchos que se han entronado como personas triunfadoras, pisando las cabezas de los más y ostentando lo que han conseguido a costa de sacrificar a muchos. Y nos los matan cuando les matan la esperanza de conseguir algún cambio favorable y los convencen de que se alineen a la inmundicia que impera a nivel mundial. ¿Para qué esforzarnos por ser mejores si el mundo es de los viles? Ya nos han matado tantos hijos y no nos habíamos dado cuenta.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 16

Los signos del zodiaco y el trabajo (segunda parte) (Tomado de “Astrología y Ciencias Adivinatorias”. Biblioteca Básica Multimedia. F. G. Editores. Madrid, 1998). VIRGO Un Virgo puede convertirse, si tiene los medios para ello, en un estudiante perpetuo buen estudiante. Incapaz de salirse del círculo académico en el que calificaciones dan lugar a nuevos cursos y cada uno de ellos da paso a otra especialidad. Los psicólogos dicen que los eternos estudiantes son un claro síntoma de miedo a enfrentarse a la realidad. Sin embargo, no hay que generalizar ya que los Virgo suelen ser muy responsables en su trabajo. En su entorno laboral, como el resto de las situaciones cotidianas, los nativos de este signo estarán en un discreto segundo plano, sin llamar la atención. Siempre al acecho de la sorpresa para hacerla frente. LIBRA Se dice que los Libra suelen huir hacia la pereza cuando aprieta el trabajo, que se desfondan con facilidad cuando la presión aumenta a extremos insoportables. Pero lo cierto es que los nativos de este signo son gente trabajadora, aunque no lo hagan ver porque no evidencian su cansancio. Su mundo, al contrario que puede ser el de un Leo, no es de la exhibición y no buscan la recompensa inmediata y triunfal a su trabajo. La responsabilidad y el aceptar, con mejor o peor gana, las tareas que se les encomiendan son otras características de los Libra en el mundo laboral. ESCORPIO Nadie más respetado que un escorpión en su vida profesional. Nadie más temido que un escorpión en su trabajo, pero no por crueldad, sino por su fuerza y su preparación. Estamos frente a una clase de personas que se preparan a conciencia antes de emprender una actividad, que estudian en profundidad el terreno, los

rivales, las dificultades y los medios disponibles. No hay posibilidad de excusarse con ellos mencionando -de pasada- que era un imprevisto, que fue algo inesperado, para justificar el error o la imprevisión.

decir, a su finalización pero con éxito, no sólo cumpliendo los mínimos exigidos. Su lema es cuestiones laborales podría ser el de "quien algo quiere, algo le cuesta".

SAGITARIO

ACUARIO

Los Sagitario son un poco bruscos tanto dentro del trabajo como fuera de él. Estas tendencias tal vez se deban a su desprecio hacia las convenciones sociales o históricas, pero en el fondo son personas honradas y no se andan con tapujos. Esta falta de diplomacia puede traerles más de un quebradero de cabeza en su vida profesional que se puede resentir por la rudeza con la que actúan. Da lo mismo que se trate de socios que de clientes o competidores, los Sagitario no van a andarse con rodeos y dirán, aunque sea a destiempo, lo que podía haber esperado un poco más o no debía haber sido dicho. Pero no se inventó la hipocresía pensando en ellos, ni tampoco la diplomacia. Ellos prefieren llamar franqueza a su brusquedad, que es tolerada porque suelen caer bien, a pesar de todo. A otros, ese mismo estilo y ese mismo lenguaje les podía haber costado un rencor eterno, pero a ellos se les perdona y hasta hay quien encuentra graciosa su forma de actuar y comportarse.

En el plano laboral, los Acuario pueden sentirse afortunados ya que trabajo es algo que nunca les falta. Esto posiblemente se deba a su gran capacidad para enfrentarse a las responsabilidades y el respeto que despiertan entre sus compañeros. Además, su amor al orden y buen juicio, hacen de ellos buenos encargados de cualquier tarea que se les encomiende. Sumamente originales, también lo son los enfoques que se hacen de cada situación y las soluciones que presentan para cada caso. Todo lo referente a triunfo y superioridad queda lejos de sus intereses y nada de ese orgullo se deja traslucir.

CAPRICORNIO Los Capricornio suelen ser personas muy prácticas, nada dadas a ensoñaciones ni a misterios. De personalidad realista, esta cualidad destaca en ellos sobre ninguna otra. Este criterio de vida es, sin duda, muy adecuado para enfrentarse a las obligaciones y complicaciones del trabajo diario y continuado, aquel que se debe mantener a un ritmo igualado si se quiere que pueda llegar a su remate y coronación, es

PISCIS Lo mejor en el trabajo de los Piscis es, en la mayoría de las ocasiones, su compañía. Ni son ambiciosos ni se convierten en rivales de todos los que habitan en su hábitat profesional. Pueden tener defectos, pero serán por carencia de determinadas virtudes positivas, no por la existencia de defectos intratables. Un Piscis, generalmente, sabe bien por su experiencia lo que es equivocarse en cualquier aspecto de la vida y del trabajo y acepta la equivocación en todos los demás, sin reproches, con una mano lista para ayudar al que lo necesite, aunque no lo sepa el ayudado. Son gente muy agradable, que sabe escuchar y se deja guiar por la razón sin perder el aliento ante ninguna adversidad.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 17

Dios ha muerto, el hombre ha muerto y yo no me encuentro bien, por Felipe Muñoz Plaza De cómo la sociedad occidental ha destruido todos los valores tradicionales y de cómo hemos vendido la dignidad a cambio ¿de qué?

U

na de las pintadas más mordaces, entre todas la pintadas mordaces que proliferaron en París en mayo del 68, decía, con humor y amargura: “Dios ha muerto, el hombre ha muerto y yo no me encuentro nada bien”. Entendemos que esta frase condensa el final de un largo proceso cultural que ha vivido Occidente desde el siglo XVI. Y no se trata de un proceso de la Historia de la Filosofía, sino de algo que ha ocurrido efectivamente, realmente, en las sociedades occidentales a partir de la Ilustración, y que se ha expresado en la filosofía. Porque la filosofía, por muy abstracta que aparezca a primera vista, no es más que la expresión de las ideas de una época histórica determinada. De las Ideas como entidades materiales, como regularidades en las que efectivamente está clasificado el mundo en el que actuamos. Como hito más importante de este final de época, podemos considerar al pensador alemán del siglo XIX Friedrich Nietzsche, que dio forma a estas tres muertes: Dios, el hombre y el yo. Dios ha muerto Como bien explica Heidegger, la sentencia de Nietzsche “Dios ha muerto” no significa sólo la toma de posición de un ateo con respecto a la cuestión de la existencia de Dios. En

Nietzsche, Dios constituye la expresión de todos los valores absolutos. La muerte de Dios significará, pues, el rechazo de todos los valores morales absolutos. Y, aún más, el abandono de la creencia en un orden del mundo, en la posibilidad de la objetividad científica y en la validez de las leyes morales

¿Sobre qué base podríamos determinar, entonces, lo que es bueno para el hombre? ¿Para qué hombre o conjunto de hombres? Según Nietzsche, lo bueno para el hombre consistiría en desaparecer y ser superado por el superhombre que crea sus propios valores. ¿Y yo?

para todos. El hombre ha muerto Tras la muerte de Dios y el consiguiente derrumbamiento de todos los valores objetivos, nos queda, al menos, el hombre como “medida de todas las cosas”. Sin embargo, ya no queda nada “que medir” y el hombre tiene que ser superado. Nietzsche propone la figura del superhombre, como aquél capaz de generar su propio sistema de valores, conforme a su voluntad de poder. Así pues, en una sociedad sin valores que la rijan, tampoco podemos aferrarnos a “lo que es bueno para el hombre”, lo que beneficia a la humanidad. Porque la humanidad está inmediatamente dividida en civilizaciones, en religiones y en individualidades, todas ellas sin valores absolutos.

Sin valores absolutos y sin el hombre como referente para la creación de los mismos, nos queda todavía la posibilidad de replegarnos sobre nosotros mismos, sobre nuestro individualismo, sobre nuestro yo. De tal modo, que dejamos de crear en verdades absolutas y en normas morales válidas para todos. Así, se han hecho comunes frases como: “Esto será verdad para ti, pero para mí la verdad es otra”. O “esto será moralmente bueno para ti, pero para mí no lo es”. Es decir, “yo” soy la medida de todo el universo, de lo que es la verdad y de lo que es el bien. De nuevo, Nietzsche nos previene sobre lo endeble que resulta esta posición, sentada en el yo y en lo que “yo pienso”. Porque con el “yo pienso” volvemos a asumir, sin saberlo, una serie de verdades absolutas. En efecto, según Nietzsche, en su obra Más allá del bien y del mal, la expresión “yo pienso” presupone una serie de aseveraciones bastante temerarias y difíciles de probar. A saber: que soy yo quien piensa, que tiene que existir en absoluto algo que piensa, que pensar es una actividad y el efecto de un ser, que existe un yo como entidad común a mis pensamientos, que está establecido qué significa pensar, que hemos distinguido nuestros pensamientos de otros estados internos,


A Ñ O 2 , N º 12

como sentir o soñar… ¿Qué ha pasado? No es nuestra intención entrar a valorar la posición de Nietzsche. Sin embargo, considerado como expresión de un proceso histórico, como muestra de algo que efectivamente ha ocurrido en nuestra sociedad, la tesis de Nietzsche representa a la perfección

Página 18

la pérdida de referentes estables, tanto políticos como morales. Incluso la verdad científica sólo se acepta por la autoridad que le confieren sus resultados técnicos, y no por su carácter de conocimiento. Y, sin valores morales absolutos o compartidos (¿sobre qué base?), sin verdades reconocidas, sin un “hombre” que funcione como criterio objetivo (porque los hombres está divididos en clases, en Estados, en religiones…), sin

un “yo” sólido en el que podamos asentarnos (¿sobre qué nos asentaríamos?). Sin todo ello, ¿qué es lo que nos queda, que haga a la vida digna de ser vivida?.

Este artículo fue publicado primeramente en Suite101.net, el 16 de junio de 2010; y luego en Spes Unica nº 10.

ó

E

s notable la negligencia con que arrastramos nuestra fenomenal ignorancia de la expertez técnica, de la que dependen nuestras vidas. Vivimos fuera incluso de la superficie de nuestra cultura, y pretendemos que ya sabemos bastante. Si nos hemos curado de alguna enfermedad decimos que nos sanó una pastilla o un suero, como si ya estuviera dicho todo. Si la economía deambula sin saber a dónde va, nos llenamos la boca de lo que hemos oído: presiones inflacionarias… balanza de pagos… escasez de oro… alzas y bajas de los precios… Aparte de una simple manipulación de nociones superficiales de esta clase, lo demás es fe de carbonero. Creemos que en alguna parte detrás de las pastillas y los gráficos económicos hay expertos que entienden todo lo que hace falta entender. Sabemos que son expertos, porque, al fin y al cabo, hablan como expertos, y además poseen grados, licenciaturas, títulos y certificados. ¿En qué nos diferenciamos del salvaje que cree que se ha curado de la fiebre gracias a la expulsión de su cuerpo de un mal espíritu?. Para la mayoría de nosotros, la jerga y las elaboraciones matemáticas de los expertos son simples músicas celestiales, o lo que en el salvaje decimos superchería. Pero, claro está, es una superchería que funciona, o al menos parece que funciona según una cierta forma que los propios expertos nos dicen debería ser satisfactoria. Si los que saben más que nosotros

nos dicen que el progreso consiste en computizar la toma de decisiones políticas y militares, ¿quiénes somos nosotros para decir que no es esa la manera de realizar nuestra política?. Si un número suficiente de expertos nos dice que el estroncio 90 y la niebla son buenos para nosotros, no hay duda de que la mayoría diría amén. Apretamos un botón y algo llamado motor arranca: apretamos un pedal y el vehículo se mueve; apretamos un poco más y se mueve más aprisa. Si creemos que hemos llegado a un lugar y si creemos que es importante llegar muy, muy pronto—a pesar de los peligros, a pesar de las fatigas, a pesar del gasto, a pesar de la niebla—entonces el automóvil se convierte en un impresionante artilugio mágico. Esta es la clase de ciencia mágica capaz de realizar cosas que los encantamientos chamanísticos no lograrán jamás. Apretamos otro botón y el

misil hace explosión; si ha sido apuntado correctamente, una ciudad ha dejado de existir… quizás si la máquina es lo bastante compleja y perfeccionada, todo el planeta. Si se considera que hacer saltar por los aires el planeta vale la pena (naturalmente, bajo ciertas y bien estudiadas condiciones), entonces

es ciencia lo que queremos. Los encantamientos y hechizos nunca lograrán una cosa semejante. Pero si el papel del experto técnico en nuestra sociedad es análogo al del viejo chamán tribal—en el sentido de que la plebe considera a ambos como personajes que conjuran misteriosas fuerzas de maneras igualmente misteriosas—¿qué diferencia significativa hay entre culturas basadas sobre la experiencia visionaria y la científica?. La diferencia es real y crítica. Exige que hagamos una distinción entre magia buena y magia mala, línea divisoria que puede trazarse en toda cultura, primitiva o civilizada, y que en la nuestra ha sido trazada con el advenimiento de la tecnocracia.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 19

Divagaciones pelotudas, Por maría de la paz reyes peña

E

stuve platicando con mi amiga Irma, y recordamos cuando éramos unas jovencitas bellas y exigentes. En ese entonces queríamos tener el amor de algún hombre guapo y bien vestido. Yo soñaba con una especie de gemelo de David Cassidy (sí, yo era parte de las ñoñas que veían la Familia Partridge), y mi amiga Irma quería un clon de Robert Redford. ¡Nada del otro mundo! Claro que la vida, las desilusiones y vicisitudes que uno va experimentando a lo largo de los años nos hacen que cambiemos nuestros estándares, nuestros parámetros y nuestras prioridades. Así, en la actualidad, la pareja de Irma se parece más a Emiliano Zapata (héroe revolucionario, o sea “macho mexicano”) que a Robert Redford, y mi amorcito, bueno, dista mucho de ser un David Cassidy. Y es que bien dice el dicho: “CADA OVEJA CON SU PAREJA”. Nosotras también distamos mucho de ser el non plus ultra de la belleza y el glamour. Nos pusimos a imaginar qué hubiéramos hecho de haber conseguido tener de parejas a los galanazos que deseábamos en nuestra adolescencia. “Seguramente estuvieras paranoica, cuidando que no se le acercara ninguna lagartona con la intención de robarte su cariño y sus atenciones. Ya te habrías lastimado el cuello de tanto estar volteando para todos lados en busca de “robamaridos”, y lucirías pálida y ojerosa de tanto estarte devanando los sesos, maquinando cómo conservarlo a tu lado”. Sí, ¡qué horror! Yo creo que tendría que comer sólo zanahorias y café sin azúcar, para no engordar. O ya estaríamos divorciadas, con sendas pensiones para consolarnos y los mismos amores de ahora. Divagamos tanto sobre el tema, que fue inevita-

ble pensar en las amigas que han tenido la Luego recordamos a Silvia, que suerte de tener ese tipo de bomboncitos tiene en su haber los hombres más en su curriculum amoroso. guapos que hemos visto en las colonias por las que nos movemos. Como Rosa Morán, que siempre detestó Pero Silvia es bella, rubia, de divila idea de casarse con un mexican macho, a nos ojos verdes y cuerpazo de mopesar de que ella no canta mal las ranchedelo; raro sería que no pudiera ras y su físico es bastante nacionalista. conseguirse un hombre igualmente Trompuda, flaca y morena cetrina, pero bello. Nosotras somos caderonas y eso sí, muy exigente, Rosita siempre suscon sendas llantitas de refacción en piró por los rubios de ojitos azules. Así la cintura, pasaderitas; seamos reque se lanzó a la conquista del viejo munalistas, mononas, simpáticas, bonido. Primero se fue a buscar trabajo en tillas. ¿Para qué mentir? Pero Inglaterra y luego terminó viviendo en además, el consuelo fue encontrarBélgica, para gran sorpresa nuestra. Cuannos a Sandra, la más sexy de las do me enteré que flacas que conocemos, con un maandaba gastando rido guapo, flaco, sexy, de dentadusus huaraches en las ra de comercial. Nos lo presentó, y lejanas tierras de los cuando el tipo comenzó a platicar Beatles, casi me voy nos hizo tan felices a las dos. Es al suelo de la imprerealmente deslumbrante, pero vanisión. Las postales doso a morir, al grado de mirarse me llegaban con en la cucharita del café, como si cierta frecuencia, fuera un espejo. Los dos compiten con detalladas por ver quién tiene más admiradocrónicas de sus res. Y además el pobre padece el aventuras entre síndrome de Tribilín al hablar. ¡Ja! desempleos, sinsabores, discriminaLas dos lo discutimos después de ción y amigos bonque la pareja deslumbrante se redadosos que la sacatiró; preferimos a nuestros bigotoron de aprietos. nes, inteligentes, sensuales, enojoCuando se casó, por nes y ¡monones!. ¡Ja! ¡Para bellas, fin, con un belga, nosotras! ¡Faltaría más! palidecimos de envidia todas sus hermanas y yo. No por el marido, bastante incoloro, rubio como sol, blanco como leche, ¡guácala! No, la envidia era saber que había conseguido realizar lo que tanto cantó que haría. ¡Casarse con un extranjero! Nos consolamos en el transcurso de su divorcio, y luego volvimos a palidecer, cuando nos presumió a cada tanto, las fotografías con sus amantes en turno, todos ellos obreros de diferentes áreas de trabajo rudo allá, pero también rubios, de ojos claros y diáfanos, como “sí, yo era parte de las ñoñas modelos de cigarrillos que veían la Familia Partridge” extranjeros. ¿El secreto de Rosa?, su look estilo exótica mexican curious. Todos sus novios la ven como el espécimen exótico del extranjero, latina caliente y salvaje, así que desfilan todo tipo de fantasías en sus mentes morbosas. Eso es lo que le hace tener éxito allá (¡desgraciada! Así me llamaría mi amiga Rosa, pero en el fondo, ella sabe que es verdad).


A Ñ O 2 , N º 12

Página 20

Ya está a la venta la primera novela de Mary Paz Reyes Peña, El Elegido Consígala en http://www.babelbooksinc.com/spanish.html También en Amazon y Barnes & Noble, y otras librerías similares


A ร‘ O 2 , N ยบ 12

Pรกgina 21


A ร‘ O 2 , N ยบ 12

Pรกgina 22


A Ñ O 2 , N º 12

Página 23

Pero, por El Mero Ser pero no lo mostró la TV. Junio 2001, William Cooper advertía que algo gordo se venía, que a Bin Laden culparían pero el líder no sería responsable del ataque de bandera falsa armada que muy pronto ocurriría. Billy pudo percatarse que ni el FBI lo hallaba y de repente CNN publicaba con su cara una entrevista muy osada realizada en su escondite para amenazar al Norte en un recado cero creíble, pero no lo contó la TV.

No se hallaron casi cuerpos por la fuerza del colapso pero un pasaporte intacto en las ruinas encontraron, por supuesto era de un terrorista ya identificado, un seguro responsable y coautor del atentado; a tres días y sin pruebas diecinueve son culpados, todos ellos musulmanes radicales conocidos, del grupete de suicidas seis aún están vivos, nunca fueron retirados del legajo, pero no lo contó la TV.

11 de septiembre, dos aviones comerciales eludieron los radares arrasando tres mil almas; la seguridad más grande del planeta fue burlada por un grupo de rebeldes con navajas talibanes; nunca había ocurrido antes que colapsara un edificio y se derrita en caída libre cual si hubiese un precipicio y claramente cada torre fue un derrumbe controlado, se llama Nanotermia el componente utilizado, pero no lo contó la TV. Humo negro destilaban porque oxigeno faltaba y eso revelaba que al ardor ya poco le quedaba; nunca pudo comprobarse la teoría del colapso, cada dato del informe resultó manipulado; siete horas transcurridas de las torres ya caídas y un tercero se desploma, el World Trade Center Seven, el motivo del derrumbe no hay manera que lo prueben, sin lugar a dudas otra detonación asistida, pero no lo contó la TV. Los testigos que escaparon padecieron explosiones y en los pisos inferiores alejados del impacto unas angulares puntas en las vigas que quedaron acusaron un meticuloso método de corte que es exactamente el modo en que un derrumbe se organiza para conseguir la convergencia que se hace cenizas porque no hay forma de que tanto acero en bloque se derrita, sin embargo tanto hierro líquido cayendo se veía,

Un Boeing 757 que no pudo ser filmado hizo un hueco en el Pentágono de cinco metros magros, tan preciso fue el impacto que bordea en el milagro treintaiocho metros de metal fueron calcificados; solo un caza logra un giro de 270 grados y aún así es una proeza yendo a 800 (km) por hora; el lugar más impermeable de la historia fue violado, penetrado por un aviador novato, flor de mago, pero no lo mostró la TV. Hubo un cuarto avión raptado del que dicen fue estrellado por los mismos tripulantes que se habían amotinado, pero hay quienes escucharon los misiles y el impacto que regaron ocho millas del avión en mil pedazos; siendo el peor ataque terrorista nunca visto se ignoraron todas las medidas que usualmente aplican,


A Ñ O 2 , N º 12

para colmo el protocolo de defensa les indica mese antes para hacer aún más turbio el acertijo, pero no lo contó la TV. Cada jefe negligente militar que estaba consiguió ser promovido a un cargo superior en rango; la familia de Bin Laden exiliada de un plumazo y un Osama mal doblado adjudicándose el atentado; Al Qaeda es un invento de la CIA que entrenaba guerrilleros en países con terrenos petroleros, varios adiestrados en la tierra norteamericana que ahora los declara ser el cuco de este miedo, pero no lo contó la TV.

Página 24

fue gestado en la gobernación de Carter y de Bush y también lo ha utilizado Obama con el mismo fin, limitar las libertades, los derechos a invadir, pero no lo contó la TV. Es tan obvio que debajo de la ruina que dejaron hay más mierda que la que jamás hemos imaginado; no sabemos quién gobierna este mundo en el que estamos, ni porqué clase de seres hemos sido dominados; somos un rebaño de ignorantes muy bien adiestrados a pagar por cada cosa del planeta que habitamos; tristemente lo aceptamos sin siquiera cuestionarlo porque estamos del comienzo totalmente programados, pero no lo contó la TV.

Steve Pieczenik, un alto estratega de Estados Unidos, reveló que Osama en 2002 ya estaba fallecido por un serio problema renal que incluso ya (…) la administración de Clinton lo tenía agonizante; todo el terrorismo que la prensa publicita a full

Aquí les dejo el link al video original (mientras no vuelvan a censurarlo).


A Ñ O 2 , N º 12

Página 25

ya esta a la venta!

VALERIE VUELVE La novela policial del 2011

Una publicación de Babel

Books Inc.

Adquiérala en los siguientes centros de venta: http://www.babelbooksinc.com/novelas.html (para seguir el vínculo, presione CTRL + click del mouse) O en las librerías: Amazon Barnes & Noble


A Ñ O 2 , N º 12

Doña Luisa

Página 26

(relato)

por Yoselem Divincenzo

S

iempre mirando por la ventana. Le dicen “la chusma del barrio”. Apenas siente un ruido, se asoma sin ningún disimulo o reparo, y corre la cortina abruptamente, para poder ver mejor. Ve una pareja de novios discutiendo acaloradamente, y acerca su oído aún más para poder escuchar mejor. Cerca está el teléfono, que no duda en discar inmediatamente, para contarle a sus comadres el nuevo chisme del barrio. -¡Clotilde! ¡Qué bueno que atendiste el teléfono!, el hijo de Doña Enriqueta dejó embarazada a la hija de Doña Placencia. ¡Qué vergüenza! Fijate, Clotilde, que le dijo que no se quiere casar con ella todavía. ¡Cuando se entere Don Simón le va a dar una paliza a ese muchacho! -¿Y Doña Placencia qué dice a todo esto? -¡Nada! Ella dice que su hija será una desgraciada y desdichada igual que ella toda su vida! -Bueno, Luisa, cualquier cosa nueva que te enteres me avisas, ¿eh? -¡Si, claro! ¡Con mucho gusto lo haré! Doña Luisa cuelga el teléfono, mira una vez más por la ventana; la pareja ya se ha ido. Ya son pasada las ocho de la noche, toma su pastilla de la presión y se acuesta a dormir. No puede casi dormir porque sigue pensando en lo sucedido. Se levanta para ir a buscar una taza con leche caliente, para ver si puede conciliar

E

el sueño, y de repente siente un ruido que proviene de la calle. Se acerca despacio a la ventana y en puntitas de pie, pensando que de esa

manera no sería descubierta. Corre muy despacio la cortina para poder ver mejor y lo que ve le hace estremecer todos los vellos de su cuerpo... Nuevamente la pareja está discutiendo, Don Simón se acerca borracho y con un arma en la mano, apunta y le da un tiro al joven. La muchacha grita despavorida y su Don Simón la arrastra de los cabellos hacia dentro de la

l Estado avanza hacia una progresiva laicización de la legitimización del poder: casos como los de los Césares divinizados o los Emperadores medievales, por su propia invisibilidad histórica y por el trayecto convulsivo de su ejecutoría política, prueban a contrario esta tesis. Nótese que lo que se afirma es que el Estado combate la legitimización teocrática del poder, no la erligión misma, a la que a modo de barniz celestial siempre procurará conservar de su lado y por buenas razones: La religión, en último término, cifra la pretensión de que debe haber algo oscuro e impenetrable en el fundamento de la creación social. Pero el Estado, es decir, la decisión de los hombres de ocupar personalmente el espacio sagrado del poder, de atribuirse la autoridad legítimamente, , ha de chocar más y más con esta pretensión que expulsa a todos los hombres vivos del poder. Es preciso que los hombres puedan entender el mecanismo que legitima la autoridad, y sepan dar cuenta y darse cuenta de lo que

casa. Doña Luisa, aterrada, marca al 911. Pocos minutos después ya están los bomberos, la policía y los paramédicos. Se llevan el cuerpo del muchacho en la ambulancia. La policía entra a la casa de Don Simón y se lo llevan arrestado. Doña Luisa le marca a todas sus comadres para contarles lo sucedido y luego se retira finalmente, a su cuarto para dormir. Al otro día golpean la puerta de su casa. Alguien le trae un ramo de flores... es la muchachita que, llorando, aún le viene a dar las gracias por haberle salvado la vida a su novio. Su novio le había llamado por teléfono desde el hospital para avisarle que estaba bien. Ahora ya no le dicen más la chusma, sino: “La Guardiana del Barrio”. Doña Luisa está contenta de su nuevo título, y corre contenta a contárselo a sus comadres… Yoselem Divincenzo reside en Estados Unidos, y es propietaria de la editorial Babel Books Inc., este relato pertenece a la antología de autores de la editorial, Mujeres, de pronta aparición.

autoriza a la propia autoridad. Por otro lado—como veremos más adelante—la separación del poder nunca deja de constituir en cierto modo un secreto, jamás se funde completamente en la plena transparencia social, por lo que la presencia de lo religioso nunca acaba del todo de brindar su propuesta—juntamente oscurantista y subversiva, liberadora en cierto modo—a los socios. Fernando Savater. La Tarea del Héroe. Ed. Taurus. Madrid, 1983.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 27

Lesiones del buen escribir: Cómo escribir poesía erótica y no ser considerado un vulgar onanista por Roberto Langella

L

a literatura onanista—mejor dicho, erótica—tiene mucho que ver con la autobiográfica, ese recurso de los pobres de imaginación, que echan mano a sus propias anécdotas, entre momento y momento de proclamarse a voz en cuello, estar sufriendo el síndrome “de la página en blanco”. Es decir, el escritor moderno, o bien está padeciente de este buen síndrome, o bien escribiendo a tontas y a locas, sobre asuntos que no se sabe nunca bien si él mismo experimentó, o si… ¡Imagina!. Bueno, de cualquier modo esa imaginación será siempre unidireccional; es decir, en términos de ciencia ficción, por ejemplo, nuestro buen escritor no llegaría más

escribir un cuento es la tontería de decir en tres páginas lo que, oralmente, podría decirse en tres minutos, o menos. Bueno, el cuento erótico entonces parece querer tener la intención de narrar en tres páginas y en una sola situación, lo que a cualquier cristiano le llevaría tres o cuatro vidas (y algunas situaciones son tan rebuscadas o grotescas, que como que quitan las ganas de cualquier modo, o te hacen súbitamente experimentar el nirvana autocomplaciente del “no necesito tocar el sol para saber que quema”, y demás refranes por el estilo). Los más arriesgados—y particularmente, no sé porqué, las mujeres—

lejos en sus planteos de aquella historia del marciano que tomaba al hombre por el hombro… “¿A qué no sabés nosotros cómo…?”. No importa. Bueno, le iría mejor quizás en género de policial o de “thriller”, el clásico detective que es contratado por la joven viuda con impermeable y nada debajo, o el grupo mixto de seis adolescentes, que va a tener su sexparty, con pinta de simple picnic, al claro del bosque, a orillas de un río y a la luz de la luna. Todo muy Hollywood, pero no hay nada mejor. A la sex-literatura le va muy bien el cuento breve, no sé porqué, casi como un polvo a las apuradas. Borges decía que

deciden arrojarse por las sirtes autobiográficas, arrancando directamente desde la abuela, cercano el momento en que conoció al abuelo. Escritoras como Isabel Allende y Laura Esquivel tienen que ver con eso, me parece. Arrancamos a principios de siglo, el abuelo vendía empanadas a la entrada de una cancha de fútbol, y de la abuela no se sabe bien si vendía también algo, pero a la salida, o si simplemente pasaba por ahí cada domingo, quizás llegando tarde a la misa de las doce. La cuestión es que la abuela y el abuelo se conocieron, de lo que deparó

mamá (siempre parece es conveniente demarcar una línea eminentemente fémina y matriarcal); no importa el machismo imperante de todas las épocas por estas latitudes; para el caso hablaremos de las dictaduras militares y de los machos cabríos, uniformados o no, que pasaron por la cama y por todos los lados pertenecientes a la heroína. Un capítulo estará dedicado a la tía que supo tener su mayo francés, y la segunda mitad del libro quedará ya sí reservado al sexo de las ciudades, ya en pleno siglo XXI. Aquí las escenas sexuales alcanzarán un desmadre cosmológico, como en un cuadro de una especie de El Bosco, sumido en un atracón de Viagra. Uno podrá siempre imaginarse a las heroínas de estos cuentos tan modernos, con cara de Sarah Jessica Parker, con sus blondos rulos y sus sintéticos pechos al viento, ojalá que de una avenida de Brooklyn. En caso de que el autor sea hombre, ya hay que recurrir a su foto personal, la que aparece en la contraportada del libro. No hay caso en el caso de los autores-machos, siempre son ellos mismos los héroes de sus propias narraciones. Y uno lo ve ahí al tipo, pelado y retacón, contando cómo tuvo sexo hasta casi morir (no murió, le alcanzó el aliento para escribir su libro) con una especie de Lara Croft ninfómana, o en su defecto, con su vecina calenturrienta. “Dime de qué hablas y te diré de lo que careces”, solían decirnos nuestros abuelos. Yo sigo preguntándome— con el poeta—si de verdad los androides sueñan con ovejas eléctricas. Au revoir.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 28

Poesía DIURNO PARA EL ADIOS Y UN SONETO El día me lastima las dos manos; son como dos cubetas ya vacías cansadas de cargar días y días el agua ahorcada junto a los pantanos. Y tú vienes conmigo hasta esos vanos pies de tierra, fríos donde huías, descalza al fin como las alegrías que siguen los amores hortelanos. Me he acostumbrado a siempre despedirme, Llevo un fusil tatuado en la palabra. Te amo amando para o morirme; deja quedarme ciego y florecerte para que no me mire el pecho que abra no mirarte en un niño y detenerte. Juan Bautista Villaseca Publicado en Spes Unica nº 2 * El muñeco gira se enreda y cae es de noche la luna en sus entrañas atestiguará mañana -invisible de qué manera se rompió el cristal Un bombardero de imágenes zumba sobre la ciudad dormida mañana recibirán otra descarga esas cabezas rotas de tanto mirar yo tenía un amigo feliz que murió ahogado en sangre y cerveza a veces todavía lo leo pero casi no recuerdo su voz Nubes se alejan hacia el sur se congelarán con cinco grados menos de latitud y todo el agua irá hacia el mar la luna triste -abrumada lamenta en silencio su cercana confesión Bárbara Ghianda Publicado en Spes Unica nº 4

PRINCESA DE TALCO A mi niña Lara Sabes que mis huellas serán tus pasos, mis pies tus manos, mi cuerpo sombra de tu cuerpo mis ojos faro de tus sueños mi vida parte de tus actos. Sabes que tu saliva mitiga mis llagas, tu voz mi alma, tus labios reflejo de mi escarcha tu pelo el velo de mi cara tus miedos el vacío de mi nada. Sabes que puedes contar conmigo: con mi luna y su relente con mi puerta y su vereda con mi juicio y su condena con mi mundo y sus esquejes. Escribí estos versos para que tú los leyeras y así hacerlos poema, porque eres mi princesa de talco y yo tu escuerzo encantado, mi ángel de Alberti en la tierra. Raül Jurado Gallego Publicado en Spes Unica nº 5 * EL NAZARENO Pasó el recuerdo cosa del pasado. Pregunté al tiempo y de ti no me hablaron. Calles recorrí, montes y montañas no saben de ti. ¿Puede ser posible? Qué fama tenías, todos te buscaban y a todos querías. ¿Cómo es posible pisar en la tierra, dejar una huella y nadie notar que la huella existe, que es cosa real? Nacer y existir; ¿se pueden separar? Cantar a la vida y nadie escuchar. Ángel Loyola Publicado en Spes Unica nº 6 *

*


A Ñ O 2 , N º 12

Página 29

BALANDRA Me duele sin saber nada del dolor. Me quejo sin saber nada de su lágrima, filosofías mudas asfixiando el cuerpo. ¿Para qué duelo? ¿Para quién? Oh, sabiduría a mí negada. Oh, inmoralidad por hermetismo del dolor y la queja de su lágrima; nada más nos obligan con su escama externa pero no nos dicen cómo se hizo el mundo, ¿por qué?, ¿para qué? Para qué creó Dios a los que creó y creen en él tan imprudentemente, (que no se me confunda con ningún poeta vulgar y efectista por lo que a continuación voy a rabiar. No soy ningún poeta mayor). Duelo, está bien, y que chingue a su madre la venda que se me dio para que duela a ciegas, para saber que existo, para que sea lo único que sepa mientras pongo el cuerpo y lo que me queda todavía del alma. Me duele sin saber nada del dolor. Me quejo sin saber nada de su lágrima. Roberto López Moreno Publicado en Spes Unica nº 6 * ODA Soy logro y triunfo, derrota y angustia, tiempo y espacio, miedo y frustración, canto y alegría, llanto y melancolía, esperanza y fe, remordimiento y añoranza. Soy voz y silencio, luz y sombra, ansia y paz, carne y hueso, sangre y sudor, verdad y mentira, calor y frío, muerte y vida. Soy lo que todos son, lo que nadie quiere, lo que cualquiera espera, lo que algunos niegan, lo que ninguno habla,

lo que aquél sueña, lo que aquellos añoran, lo que soy eres tú, tú eres yo. Kenny Delgado Fragoso. Publicado en Spes Unica nº 6 * SENSUAL BAIRES Chorrea el saxo su inspiración su cotillón de figuras viejas amontonadas en melodías que la estrenaron. Un vodevil su amor lejano descascarado por los rincones y la ginebra de Montserrat espera insomne al poeta breve, el que padece la huelga infame de musas putas descoloridas zumbando sexo en los arrabales. Un sensual Baires viene aromando por las esquinas, por las delicias que merodean sin par su carne, tan cazadoras, tan sublevadas por espantar el aburrimiento, tan perfiladas Cortazareando en las madrugadas, baten sus alas sobrevolando y un viejo tango las acorrala camino al bajo, por las leyendas de marineros alcoholizados, por nuestros hijos, hijos de un puerto que bien retrata un tal Del Prado, tan solitarios, tan faloperos. Esta madeja no se desata y el saxo gime fraseando orgasmos a contrapunto, arremetiendo esa melodía buscando el clímax de su novela. Ayer rameras de la discordia atesoraron el sueño vano, encorsetaron el horizonte de porvenires estructurados, después vinieron tumbando podios y amaron locas por billeteras esos amores sin corolarios. A todas horas trabajadoras, y por las noches a ver si el duende se descoloca, se arman pacientes en plan conquista, por mil turistas, cien pecadores, placer de a ratos. Otra ocasión que se desvanece para ese saxo tan transpirado, que no tendrá un premio franela, mientras lo habite sed milenaria que embruja su arte, paseando anzuelos que aroman este Sensual Baires. Jorge Dossi Publicado en Spes Unica nº 11


A Ñ O 2 , N º 12

M

e gusta mucho tu paseo por la Nueva América, llena de problemas y conflictos (yo intenté hacer reportajes ligados al teatro en Venezuela, pero me corté, porque frente a lo ultrapositivo y maravilloso del régimen, me encontré con críticas de sectores progresistas tan verosímiles ante el abuso de poder, que esperé a tener más y mejor información). Es lógico el abuso de poder: una "tradición" desde el colonialismo que ejecutó olímpicamente la oligarquía, de manera que se comprende que las fuerzas de izquierda la hereden, después de todo la gente de izquierda ha tenido una formación burguesa... pero eso no quita que la lucha sea dura y feroz... para conquistar terrenos de justicia. Correa es un modelo ejemplar. Lo sigo mucho. Me acerqué a él, como a muchas cosas de Ecuador, por amor de amistades lejanas que me son muy apreciadas, sobre todo a través de su cultura, de muchos mundos sumamente interesantes que apenas se conocen o nada se conocen en Europa, ni en esa sucursal europea venida a menos que es Buenos Aires. Por ejemplo, en el cruel sistema oligárquico ecuatoriano las principales posibilidades de estudiar sin ser rico es a través de becas por colegios católicos de gran calidad, algunos de los cuales aportando una formación académica nada cerril, más bien liberal; y así Correa se convirtió en economista con máster en Alemania y creo que un curso especial en USA. Es un tipo muy valiente que, como a Kirchner, a veces le llevan los demonios y habla sin diplomacia alguna, respuesta ardiente a una situación de terrible abuso de poder en el que el país estuvo tan acomodado que ya hace muchos años que un régimen oligárquico eliminó la moneda nacional, y sólo manejan dólares... Sé que hace poco superó un intento de golpe de Estado, así que la prohibición de esa emisora me parece cojonuda, diez puntos. Sé también, por amiguetes venezolanos, que el régimen de Chávez logra mucho menos de lo que dice y hay un caciquismo terrible, pero en realidad lo hubo siempre, sólo que cuando eran oligarcas

Página 30

los que lo ejecutaban el mundo capitalista no decía nada; bueno, tampoco lo justifico, seguro que si yo estuviera allí lucharía en un barrio opositor, como lo haría frente al abuso de poder peronista que en sus tiempos fue espantósico. Así las cosas, hermanito Langella, todos estos mundos son apasionantes. México abusa de una imagen machista, reaccionaria y feroz: todo eso existe, pero no lo es todo: mis modestos acercamientos me han llevado a descubrir gente muy generosa y valiente. Una vez hice un trabajo de documentación y hablé con bastante gente de México, de diferentes Estados, tendría muchas cosas que contarte, pero lo que me quedó grabado fue la historia de un cantante popular que hizo fortuna cantando rancheras y otros géneros muy baqueteados popularmente; era de ese paraíso llamado Yucatán, y el tipo, con quien hablé personalmente, sin intermediarios, siempre por teléfono, con sus beneficios creó una Escuela de Música para niños pobres: algo grande, increíble, conmovedor, y me contaba con mucha emoción los éxitos de sus chicos, que fuera del arte que aprendían no tenían nada más que padres que les ignoraban, miseria y borracheras... Pero, bueno, es imposible que se sepa todo y los medios de comunicación viven del miedo. Es una norma cultural. En una redacción de periodistas hechos y derechos, incluso buenos, jajaja, si propones un diario de buenas noticias se mofarían de ti y no faltaría una ristra de chistes crueles, todos carcomidos por el cinismo y la mierda en la que han vivido y a la que se han acostumbrado. Acabo de pasar a Suite un par de artículos sobre el travestismo en el teatro y me encontré con la gratísima sorpresa de algo interesadamente oculto en la prensa anticastrista, que la hija de Raúl Castro dirige un centro de educación sexual que a su vez ha organizado un homenaje a veteranos travestis. Tanto que se ha hablado de la homofobia cubana, ¿a

cuento de qué les va a interesar divulgar su evolución? Pues yo lo hice. Modestamente, claro, no sé cuántos lo leerán, pero ahí está. H. O. R.

D

`

e México no se sabe nada en ninguna parte. Hugo Chávez es el único en Sudamérica que más o menos le da bola, y yo me entero de cosas de México (además de por Mary), por el canal Telesur, de Venezuela. México quedó aislada con Calderón, y retrasada políticamente en más de diez años respecto de Argentina, y qué gran cosa sería si pudiera unirse a este nuevo proyecto de reunión sudamericana, cuántos otros países de Centroamérica lo harían. Fijate que Colombia se resistió hasta ahora, que de cara al default yankee empieza a doblegarse (bueno, qué fea palabra, empieza a entender, digamos, al menos, lo que le conviene). Vamos a ver qué ocurre en las próximas elecciones; yo creo que si López Obrador gana, Chávez ya le tiene preparado el terreno en el contexto sudamericano. Cristina anduvo por México hace unos meses, pero solo cerrando acuerdos comerciales. La reunión con Calderón fue puramente protocolar, y Venezuela le criticó eso, ja, con cariño, pero se lo criticó. Me gusta mucho la televisión venezolana (la oficialista, claro), es muy seria. Tienen un analista político, no sé si lo conocés, un tipo con un parche en el ojo, que sabe muchísimo de geopolítica; creo que fue militar. Es impresionante la inmensa cultura feminista de México, la cantidad de cantantes mujeres que hay, por ejemplo. Además me encanta esa relación abierta y viva que tienen ellos con sus propias tradiciones; allí el folklore no es "cosa de viejos", como acá. Lo de Charly fue terrible. Se hallaba solo y abandonado en su departamento de Barrio Norte, con todos los servicios cortados por falta de pago, con cuadro de desnutrición y sin dientes. Y Palito lo rescató de eso, porque


A Ñ O 2 , N º 12

nadie iba a hacerse cargo. Y te digo que no lo hizo con ningún interés personal, porque jamás hizo declaraciones de eso, y una vez que Charly se recuperó, no se metió ni con sus negocios ni nada. Creo sí que lo conectó con una productora chilena, que ahora le maneja la carrera integralmente, como a una estrella de rock. Es terrible la vida de Charly, si te ponés a estudiarla. La historia de un chico-rico hipersensible, con un sentimiento profundo de abandono permanente. El bigote blanco es un lunar, producto de un trauma que sufrió de chico. Parece que una vez los padres se fueron a Europa, no sé porqué tiempo, dejando a sus hijos en la casa, supongo que con la servidumbre o la familia. Como fuere, Charly vivió eso como tal abandono, que se enfermó, y perdió la pigmentación de la mitad de la cara. Al menos fue lo que él una vez explicó. Y pensar que Palito alguna vez fue su

Página 31

némesis, artísticamente hablando, al menos. Pero lo que Palito hizo por Charly es de verdaderos cristianos. Se lo llevó a su casa, donde tiene un estudio de grabación, lo rodeó de instrumentos y lo puso en manos de los mejores médicos. Insuperable. Palito en Extraña Pareja, con Bebán, a fines de los '60. No tenía ni idea, sos una enciclopedia de teatro. Es así, una charla de sordos. Y lo terrible es que eso termina modulando tu forma de expresarte, tu lenguaje. Claro, yo no digo quiénes son los ilustradores de tapa, y en general, doy la mitad de la información acerca de todo. Pero no lo hago adrede, mi lenguaje se modificó así, en vistas de. Instintivamente, busco el ojo atento, no me interesan los otros. Por eso quizás termino diciendo que mis novelas son de entretenimiento, para distraer, para no entrar en discusiones estériles. Me interesa el tipo que sabe

leer entre líneas, practico una especie de hermetismo fatto in casa, tiendo a una naturaleza rabelesiana, un tanto indirecta, que el conjunto genere algún tipo de escozor. Ya te digo, es todo inconsciente, es lo que se fue modulando a través de los años, poder hacer y decidir cayendo simpático a los boludos, y filtrando a los sensibles, a los inteligentes. Creo tiene que ver con el mundo de las historietas y de las películas de terror de los años '30, esa especie de corte de los milagros, despreciada y despreciativa, del "si me margino me margino porque sí", como dice Charly, que es "si me margino enterate porqué lo hago", ja!.` R. L.

Pobre alma mía (poema), por Simón Domínguez Barahona ¡pobre alma mía! Mezclada con cianuro mi alma sigue viva retorcida de miserias de desdichas y alegrías carcomida de ilusiones, raptada en algarabías busca su propia alma, pobre, pobre alma mía en tantos caminos cansados y en vidas de otros días duerme intranquila la vida colgada de una mirilla me mira de reojo, me grita en silencio me dice tantas cosas que no comprendo, y al fin, cuando salta de su altillo, solo me mira, me mira silencio profundo encanta los miedos los amalgama de incesantes adornos, mullos y otros fierros que me dejan ciego, colgado de una idea, de un sueño llorando de pena y gloria, de dolor y fantasía gritando en un susurro impávido, en un cosquilleo de la luna esta desenfrenada la pobre, la inocente busca su propia alma, pobre, pobre alma mía


A Ñ O 2 , N º 12

Página 32

Consultorio Astrológico Spesunica Curso Práctico de Tarot a distancia Inauguramos nuestro Curso Práctico de Tarot a distancia, el cual tiene una duración de seis meses, de cuatro clases por mes, de modalidad intensiva, racional y psicológica. Por medio de este curso, el estudiante adquirirá los conocimientos específicos y completos acerca de tiradas y lecturas y sobre todas las nociones relativas a nuestra materia. la estructura del curso es modular, mensual y correlativa; esto significa que el alumno adquirirá por adelantado su vacante mensual, la que consta de un módulo de cuatro clases, por cada una que irá recibiendo un apunte de contenidos. La correlatividad de nuestras clases apunta a que nadie podrá "saltearse" módulos, ni obviar algunos de los primeros, aunque se contara con conocimientos previos. Sin embargo, las clases serán individuales y el alumno sí podrá "saltearse" meses de asistencia, sin perder la correlatividad; es decir, al regresar al curso, hubiera pasado el tiempo que fuere, retomará desde el mismo punto donde lo dejó. Se evaluarán exámenes mensualmente, y al final del curso habrá un examen integrador. Se otorgará entonces el certificado de asistencia al curso, y de reconocimiento del egresado como tarotista. Todos los inscriptos al curso recibirán el kit de estudio, el cual consta de todas las herramientas y contenidos necesarios, absolutamente, para la realización de este curso, tales como: Todas las clases serán dictadas por Roberto Langella o María de la Paz Reyes Peña, a elección del alumno. Mazo de cartas de Tarot Marsellés, de Botta (para imprimir). Mazo de cartas Zenner (para imprimir). Presentación del curso y apuntes nº 1, 2, 3 y 4 Carátula personalizada para ir encarpetando los apuntes Fuentes tipográficas para la computadora Todos los alumnos tendrán una clase de dos horas en un día de la semana a convenir, por el programa de videoconferencias Skype Siempre y en todos los casos los alumnos podrán resolver sus dudas y cuestionamientos vía e-mail. Los alumnos egresados encontrarán en Spesunica una fuente de consulta personalizada, para toda la vida. Téngase presente que la suma de los apuntes irán conformando un verdadero libro, manual de Tarot. La cuota mensual es de U$S 40.- ($ 150.– de Argentina) por adelantado, mientras que quien desee pagar el curso completo, en una o dos cuotas trimestrales, el precio final es de U$S 200.- ($ 800.– de Argentina). Para una mayor información acerca de las características de este curso, descargue libremente el artículo "Presentación, Estructura y Temario", en nuestra sección de descargas.

www.spesunicastrologia.com.ar


A Ñ O 2 , N º 12

Q

uerido Roberto, he decidido dar por terminada nuestra relación sentimental; estoy convencida de que algo horrible está pasando y no sé qué hacer. Una de dos, o hay una especie de mundo virtual paralelo, que sería una combinación de Matrix con Dark City, que cállate los ojos, o de plano yo tengo esquizofrenia galopante con lapsus brutus psicóticos. No te puedo dar muchos detalles pero te diré lo básico. Cada vez que me tardo horas en internet, conectada contigo, babeando mi teclado con cara de pelotuda del amor, se me apaga la máquina. Entonces, como por acto reflejo la vuelvo a encender, y cuando quiero llamarte me aparece un letrero en letras rojas: Ya deje de joder a su flaco y póngase a arreglar su casa.

Como eventualmente insisto en ignorarlo, me hago la occisa pues, y te llamo a pesar de todo, entonces Hotmail me refiere a una página con diferentes artículos, que considera de mi interés. Las listas son de este estilo:

Página 33

* Cómo perdí a mi pareja por mi obsesión en la red. Testimonio real. * Los cibernautas son poco atractivos sexualmente. * ¡Ejercicios especiales para gente que vive sentada frente a la computadora! * Las redes sociales más idiotizantes de la red. Sus peligros y los boludos que quedan enganchados ahí. *Mi marido tiene una amante cibernética. Y hasta tienen sexo en la red. ¡¡¡Buáaaa!!! (Dramático caso de la vida real.) * Videos graciosos de pelotudos que se enamoran en la red, trabajan en la red y viven en la red. Ja! Este proceso se ha venido repitiendo últimamente y ya comienzo a preocuparme y a veces me miro en el espejo para ver si noto alguna señal de pelotudismo en mi rostro. Buáaa!!! Sé que pensarás que son meras coincidencias ridículas, porque yo lo pensé al principio, pero no. ¡Te lo juro! Cuando rompí la dieta que el doctor me advirtió que debía seguir religiosa-

Resumen del tema de hoy Grupo: http://groups.google.com/ group/brainwavelab/topics

Cómo conseguí que mi pareja viajara a mi encuentro. ¡Los mejores chantajes de la red!

*Las cinco principales causas por las que los hombres dejan a sus mujeres 1.- Es una pelotuda que pasa diez horas diarias metida en la red. 2.- Son aburridas hasta el punto de la bizquera. 3.- Tienen algún vicio, como jugar jueguitos boludos en Facebook 4.- Tienen perfiles (muchos) en Facebook y no salen de ahí. 5.- Tienen admiradores cibernéticos, amigos cibernéticos y parejas cibernéticas; sus celos son por personas que él conoce en internet (¡!).

pensé que nos espían, así que olvídate de que te muestre de nuevo las bubis. Cuando me avisaron que me publicarían mi novela me llego “La literatura chatarra que se publica hoy día”. Y cuando me enojé con mi hijo: “Madres insoportables, una razón del suicidio de los jóvenes”. El colmo fue que cuando empecé a pensar en serio en hablarte de este problema me llegó: “Cómo revelar verdades difíciles de creer a su pareja” y “Si los demás la creen loca, probablemente lo esté”. Así que decidí darme un respiro y dejar de prender la computadora un tiempo, unos dos años, a ver si así mejoro de este delirio de persecución que traigo. Yo te adoro flaco, pero será mejor que si realmente me amas, te vengas para México, aunque sea en bicicleta o burro. Pero este será nuestro último correo por mucho tiempo Te amo, te amará siempre (¡snif!).

mente, me mandaron un artículo que decía: “Los peligros de desobedecer al médico cuando le restringe la alimentación”. Y cuando hicimos hot line, ¿recuerdas?, el viernes por la tarde, el sábado temprano tenía en mi lista de recomendaciones “¿Sexo cibernético? ¿Perversión o soledad?” Yo hasta

Se sorprenderá de ver hasta donde han llegado algunas mujeres desesperadas. Léalo aquí, siga el link Facilisimo.com


A Ñ O 2 , N º 12

Página 34

Onomancia: Letra “E” (tercera y última parte) (Tomado de “Astrología y Ciencias Adivinatorias”. Biblioteca Básica Multimedia. F. G. Editores. Madrid, 1998). ESPERANZA Nombre de características ambivalentes. Significa tanto acción como reposo, fuerza como debilidad, alegría como tristeza. Es propio de personas vitalistas y espontáneas, preparadas para aprovechar todo lo bueno que la vida les ofrece. Dinero: Consideran la riqueza y el dinero imprescindibles. Amor: Su norma es la fidelidad. Trabajo: Rinden al máximo si se les deja a su aire y no se les presiona. ESTEBAN Nombre propio de varón que implica cierta ambigüedad; ante sus allegados y conocidos le gusta mandar y, sin embargo, cuando se encuentra ante personas con las que no tiene confianza se muestra tímido y obediente. Dinero: Cuanto más dinero se tiene, mejor considerado se está. Amor: Sólo existe verdadero amor si lleva aparejada una total sumisión y entrega. Trabajo: Hay que entregarse por completo al trabajo. ESTRELLA Indica la capacidad para salir adelante, a pesar de que sea necesario realizar grandes esfuerzos para ello. Es propio de personas que se han propuesto llegar muy lejos y que siempre conservan la esperanza. Dinero: Es necesario tener siempre suficiente dinero para, así, no pensar en él. Amor: Se recuperan enseguida de posibles desengaños amorosos. Trabajo: No escatiman tiempo, ni esfuerzo, cuando realizan un trabajo útil. EUGENIO Indica resolución y paciencia. Es propio de personas voluntariosas, con gran capacidad de sacrificio y que, por lo general, nunca se doblegan ante la adversidad. Una y otra

vez vuelven a rehacer su vida. Dinero: Sin dinero no se puede llevar a cabo proyecto alguno, de aquí su capital importancia. Amor: Son tímidos y les cuesta abrirse a sus semejantes. Trabajo: Siempre están en supuesto y aprovechan el tiempo. EULALIA Indica predisposición hacia lo creativo y se entusiasman contemplando determinadas obras de arte. Su sensibilidad por los asuntos sociales también está muy desarrollada y, con frecuencia, se muestran solícitos. Dinero: El poder adquisitivo alto aumenta las posibilidades de disfrute. Amor: Son fieles y exigen que se les pague con la misma moneda. Trabajo: Realizan con pasión sus tareas. EUSEBIO Nombre que significa preocupación por tratar a todos sus semejantes con tacto, delicadeza y respeto. También es propio de personas piadosas, que se esfuerzan porque sus sentimientos no se vean empañados por la ira hacia los demás. Dinero: Es importante para hacer el bien, y para que uno mismo sea considerado y respetado por los semejantes. Amor: El afecto conlleva grandes dosis de entrega. Trabajo: El trabajo bien hecho exige esfuerzo y dedicación. EVA Alude al anhelo de vivir. Es propio de personas que experimentan con intensidad sus sentimientos, y que expresan sus pensamientos con una profunda pasión. Les preocupa la buena marcha de sus asuntos privados. Dinero: Una dosis de realismo deviene en la valoración sustantiva del dinero. Amor: El afecto es lo más importan-

te de la vida. Trabajo: Se empeñan en realizar un trabajo bien hecho. EVARISTO Revela una personalidad rica en detalles para con los demás, siempre dispuesta a agradar y no ofender; actitud que, de manera especial, llevan a la práctica con colaboradores y familiares. Dinero: Si se tiene puede sacarse de apuros a quienes lo soliciten. Amor: Sentirse amado y querido exige actuar en consecuencia. Trabajo: Realizan sus tareas con meticulosidad y provecho. EZEQUIEL Indica respeto y temor ante quienes ostentan poder u ocupan cargos públicos. Es propio de personas que, si la situación les favorece, no dudan en sacar el mayor partido o provecho posibles. Dinero: Siempre se quejan de que tienen poco dinero, pero nunca les falta porque son muy previsores. Amor: Si el amor no viene a ellos, van ellos a buscarlo. Trabajo: Ponen interés en su trabajo.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 35

Horóscopo de Octubre por Roberto Langella

a

Aries Un gran mes para prestarle atención a la pareja, en que hasta el día 10 podrán prepararse para ciertos fastidios y discusiones que podrán surgir después. Practiquen deportes. Y procuren combatir la indolencia, si lo logran, serán muy creativos durante este período.

b

Tauro Al revés que el signo anterior, las dificultades y fastidios respecto de la pareja podrán suscitarse hasta el día 14, en que desde entonces todo comenzará nuevamente a encarrilarse.

c

Géminis Un mes muy romántico para los de este signo, si bien podrán empezar a surgir problemas, también, a partir del día 10, que podrán ir creciendo como bola de nieve, hasta fin de mes; cuidado.

d

Cáncer Un mes muy complicado para cuestiones legales y amorosas; se recomienda no emprender trámites procesales o judiciales durante este período; las cosas irán resolviéndose hacia fin de mes.

e

Leo Continúan con muchísima actividad, y muy energizados; se les recomienda practicar deportes. Pongan mayor atención a la pareja, si no van a empezar a lamentarlo hacia fin de mes.

f

Virgo Un mes en que se sentirán muy bien equilibrados, entre el dinamismo y el buen humor, algo que parece se irá prolongando hacia el mes que viene.

g

Libra Mes de cumpleaños para la mayoría de los de este signo. Con Saturno en este signo desde ya hace un largo tiempo, y aún por bastante más, prosiguen en su ininterrumpido proceso de maduración, estabilización, logro y “cosecha” de frutos, por labores y proyectos largamente trabajados, quizás desde toda la vida. Los chicos que nazcan este mes serán “pequeños sabios”, o en su defecto, “niños-ancianos”, con un fuerte sentido también de la economía.

h

Escorpio También es el mes del cumpleaños, para los del primer decanato, al menos. Posibles problemas con todo lo que represente autoridad, pero también un mes excelente para iniciarse en el estudio del Tarot, de la Astrología y del ocultismo, temas todos los que les apasionan por naturaleza.

Sagitario

i

Un mes de disfrute y gozo de las relaciones amorosas y de pareja. Hace tiempo los de este signo se sienten bien, optimistas, y continúan en la buena racha. Solo cuídense de no desatender demasiado la dieta alimenticia.

j

Capricornio Un mes de choques con la pareja, que podrían llegar a la ruptura. No se precipiten y esperen hasta fin de mes, en que las diferencias se irán resolviendo.

Acuario

k

Un mes de mucho apasionamiento con la pareja, en que podrán disfrutar de aspectos inhabituales—para ustedes—de la misma. Los de este signo son por naturaleza bastante desestructurados, sin embargo en esta época apreciarán observar las limitaciones propias y naturales de la relación, sin que por ello sea menos apasionada.

l

Piscis Un mes que arrancará con muchos fastidios en relación a la pareja, pero es una situación que se irá resolviendo muy dinámicamente hacia fin de mes… A los de este signo siempre les viene bien resolver diferencias en la cama.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 36

Consultorio de Astrología y Tarot (¡escríbannos!) En esta sección vamos a atender a las consultas que nos escriban por correo, tanto por Tarot como por el estudio de la carta natal, para lo cual deben enviarnos los siguientes datos: Nombre y Apellido, fecha de nacimiento, hora de nacimiento, ciudad de nacimiento; motivo de la consulta (pregunta) y un nombre de fantasía con el que se publicará la consulta , si se desea resguardar el nombre verdadero.

Cada lector no podrá sino realizar una pregunta por mes. Escríbannos a: marypazreyespena@spesunicastrologia.com.ar (Mary Paz) robertolangella@spesunicastrologia.com.ar (Roberto) (Elijan ustedes con quién de los dos desean realizar la consulta) ¡Los esperamos! Redistribución de la revista Anímense a reenviar Spes Unica a todos sus contactos. Hagamos de este medio un verdadero centro de encuentro; ¿les parece?

“Hablar es realizar un intercambio de fronteras, solo la metáfora diluye nuestras celdas; no nos mintamos: nos buscamos porque nos gusta, no porque queramos encontrarnos”. Daniel Mourelle

Esperamos sus colaboraciones; envíennos cuentos, poemas, artículos sobre astrología, tarot, cultura o interés general (también podrían ser recetas de cocina), fotografías y dibujos, o cualquier cosa que se les ocurra.


A Ñ O 2 , N º 12

Página 37

Consultorio Astrológico Spesunica Curso Integral de Astrología a distancia Inauguramos nuestro curso de astrología a distancia, el cual tiene una duración de seis meses, de cuatro clases por mes, de modalidad intensiva, racional y psicológica. Por medio de este curso, el estudiante adquirirá los conocimientos específicos y completos acerca de la confección e interpretación de la carta natal astrológica, Revoluciones Solares, cartas combinadas y sinastrías, y todas las técnicas complementarias que hacen al quehacer del oficio de astrólogo. La estructura del curso es modular, mensual y correlativa; esto significa que el alumno adquirirá por adelantado su vacante mensual, la que consta de un módulo de cuatro clases, por cada una que irá recibiendo un apunte de contenidos. La correlatividad de nuestras clases apunta a que nadie podrá "saltearse" módulos, ni obviar algunos de los primeros, aunque se contara con conocimientos previos. Sin embargo, las clases serán individuales y el alumno sí podrá "saltearse" meses de asistencia, sin perder la correlatividad; es decir, al regresar al curso, hubiera pasado el tiempo que fuere, retomará desde el mismo punto donde lo dejó. Se evaluarán exámenes mensualmente, y al final del curso habrá un examen integrador. Se otorgará entonces el certificado de asistencia al curso, y de reconocimiento del egresado como astrólogo. Todos los inscriptos al curso recibirán el kit de estudio, el cual consta de todas las herramientas y contenidos necesarios, absolutamente, para la realización de este curso, tales como: Todas las clases serán dictadas por Roberto Langella Tablas de Efemérides Planetarias para los siglos XX y XXI Tablas de Casas Otras diferentes tablas Plantilla para la confección de mapas astrales Presentación del curso y apuntes nº 1, 2, 3 y 4 Carátula personalizada para ir encarpetando los apuntes Fuentes tipográficas de astrología para la computadora Todos los alumnos tendrán una clase de dos horas en un día de la semana a convenir, por el programa de videoconferencias Skype Siempre y en todos los casos los alumnos podrán resolver sus dudas y cuestionamientos vía e-mail. Los alumnos egresados encontrarán en Spesunica una fuente de consulta personalizada, para toda la vida. Téngase presente que la suma de los apuntes irán conformando un verdadero libro, tratado de Astrología. La cuota mensual es de U$S 40.- ($ 150.– de Argentina) por adelantado, mientras que quien desee pagar el curso completo, en una o dos cuotas trimestrales, el precio final es de U$S 200.- ($ 800.– de Argentina). Para una mayor información acerca de las características de este curso, descargue libremente el artículo "Presentación, Estructura y Temario", en nuestra sección de descargas.

www.spesunicastrologia.com.ar


Rev is ta S pes Un ica , E di tad a por e l C ons u lt or io A str ol óg ico Spe sun ic a w w w .spe sun ic as tr ol og ia .com .ar m ar ypazr eye spe na@ spe su nic as tr ol og ia .com .ar r ober t ol ang el la@ spe su ni cas tr ol og ia .c om .ar

os en ¡Visítenn web! itio nuestro s

Spes Unica. Año 2 nº 12. Octubre de 2011 Editada por el Consultorio Astrológico Spesunica Dirección: Roberto Langella y María de la Paz Reyes Peña Registro de Propiedad Intelectual: En trámite. Colaboran en este número: Antonio del Olmo, José Luis Colmenero, Silvia Ditro, Roberto López Moreno, Horacio Otheguy Riveira, Mayra Cabrera, Felipe Muñoz Plaza, Yoselem Divincenzo, Simón Domínguez Barahona, Juan Bautista Villaseca, Bárbara Ghianda, Raül Jurado Gallego, Ángel Loyola, Kenny Delgado Fragoso, Jorge Dossi, Ñapi. Las afirmaciones y opiniones vertidas en los artículos y textos son de exclusiva responsabilidad de quienes los escriben. Se prohíbe la reproducción total o parcial por cualquier medio de esta publicación, sin previa autorización de la editorial. Mary Paz y Roberto registran sus contenidos en www.safecreative.org Los números atrasados pueden ser obtenidos siguiendo este vínculo: http:// issuu.com/robertolangella

Un lugar de encuentro.

Ya se encuentra a la venta


Revista Spesunica nº 12 - Octubre de 2011