Issuu on Google+


Comarcas almerienses 1

COMARCA METROPOLITANA Almería Benahadux Gádor Huércal de Almería Níjar Pechina Rioja Santa Fe de Mondújar Viator

2

PONIENTE Adra Berja Dalías El Ejido Enix Felix La Mojonera Roquetas de Mar Vícar

3

ALPUJARRA Alboloduy Alcolea Alhabia Alhama de Almería Alicún Almócita Alsodux Bayárcal Beires Bentarique Canjáyar Fondón Huécija Íllar Instinción Laujar de Andarax Ohanes Padules Paterna del Río Rágol Santa Cruz de Marchena Terque

4

FILABRES TABERNAS Abla Abrucena Alcudia de Monteagud Benitagla Benizalón Castro de Filabres Fiñana Gérgal Lucainena de las Torres Las Tres Villas Nacimiento Olula de Castro Senés Tabernas Tahal Turrillas Uleila del Campo Velefique

5

LEVANTE Antas Bédar Carboneras Cuevas del Almanzora Garrucha Huércal-Overa Los Gallardos Lubrín Mojácar Pulpí Sorbas Turre Vera

6

ALMANZORA Albánchez Albox Alcóntar Arboleas Armuña de Almanzora Bacares Bayarque Cantoria Chercos Cóbdar Fines Laroya Líjar Lúcar Macael Olula del Río Oria Partaloa Purchena Serón Sierro Somontín Suflí Taberno Tíjola Urrácal Zurgena

7

7

6

5 4

3 1 2

“Almería. 102 Destinos de Turismo de Interior” Edita: La Voz de Almería, S.L.U. | Publicidad: CM2000 S.A. | Textos: Miguel Arranz Diseño y Maquetación: - Rafael Lara | Imprime: Gráficas Piquer

2

LOS VÉLEZ Chirivel María Vélez-Blanco Vélez-Rubio


Almería 102 razones

para conocer mejor Almería

Si de algo puede presumir Almería es de diversidad, en una provincia que quiere completar su oferta de sol y playa con un tesoro que quiere darse conocer: su turismo de interior. Las fechas fuera del verano son ideales para conocer pueblos y paisajes a cual más interesante. Fiestas, monumentos, parajes naturales, costumbres y productos autóctonos aparecen delimitados en estas 102 propuestas que reúne, por primera vez, todo el abanico de turismo

de interior de la provincia en una guía para llevarla cerca y hacer que no podamos perder ninguno de los atractivos de los pueblos por los que pasemos. Uno por uno, en orden alfabético, irán pasando cada municipio desde el más pequeño a la capital para ver ese otro punto de vista diferente de Almería. Luego, el viajero podrá profundizar pues cada pueblo es una historia que quiere prender en el corazón de cada visitante.

3


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

1 Abla

Corazón de Sierra Nevada

Abla es una propuesta ideal de probar el turismo de interior. A saber: dispone de Parque Natural como si fuera su jardín, de calles y callejones donde respirar ambiente rural, patrimonio natural excepcional, locales para poder probar su gastronomía y una excelente comunicación con la capital a través de la A-92. Si su estación de ferrocarril fuera operativa, ya sería cuadrar ese círculo tan atractivo. Dispone de rutas que nos pueden llevar a lugares siempre de una gran belleza ambiental. Ejemplos son la de los Molinos, donde se puede comprender cómo se aprovechaban los recursos hídricos; la de las Adelfas, yendo por la vega que limita el ferrocarril, con uno de los pocos puentes de mampostería de la línea; la que nos lleva al Área recreativa del Serbal, desde donde parten senderos de la importancia del Sulayr y la que sube hasta su vecina Abrucena, entre huertos aterrazados.

2 Adra Entre dos aguas

4

Adra es un municipio que lleva existiendo desde tiempos fenicios, ahí es nada! Muchas culturas han pasado y han dejado huella en un pueblo que dispone de agua por partida doble: una franja litoral que limita con granada y agua dulce que le trae su río, el único con caudal todo el año en Almería. Este le regala uno de los lugares más interesantes para andar en la naturaleza como son las Estrechuras de Guainos: un conjunto de cascadas, ramblas y pozas que modelan el terreno de manera caprichosa y que hace a veces tener que realizarlo en fila india por su angostura (de ahí su nombre). Su albufera es otra de sus riquezas naturales, resistiendo la presión de los invernaderos que circundan su superficie y cobijando especies tan bellas como el pato Malvasía. Su monumento más reconocible es su torre de los Perdigones, recuerdo de la minería de la zona y sus fiestas mayores son las de Virgen del Mar y San Nicolás Tolentino en la primera semana de septiembre.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

A los pies de Sierra Nevada, la serrana Abrucena es una invitación a disfrutar de la naturaleza pues desde allí parten rutas a cual más espectacular. Pasado este empinado pueblo, la carretera asciende y nos lleva hasta el área recreativa de las Rozas. Allí podemos dejar el coche y tomar el sendero PR-A 15 que nos lleva hasta el barranco de la Peña Horadada y el encinar que nos indica como debió ser el resto del bosque que una vez pobló esta Sierra y que fue sustituido por pinares. Otro sitio interesante es antes de llegar a Las Rozas: un camino a la izquierda baja por el barranco de los Santos y cruza hasta el paraje de Tautila. Su iglesia de la Anunciación con su torre de aires mudéjares terminada en un agudo capitel es el faro que protege a la villa y que le hace destacar cuando vamos por la autovía.

Paciente y tranquilo, Albanchez es una invitación a desconectar, en sus calles vertebradas siguiendo una dirección norte-sur, con su plaza de España como eje de las mismas. Como muchos de sus municipios vecinos ha visto recorrer civilizaciones que le han dejado recuerdos como las ruinas de su fortaleza del s.XI en el cerro Castellón, el antiguo núcleo urbano de Albanchez. Su monumento más preciado son los Arcos, un acueducto de posible origen romano situado a unos kilómetros de su casco urbano y compuesto de cinco luces que suben a más de veinte metros del cauce de la rambla del Pozo. La sosegada Albanchez se llena de vida en honor a San Roque a mediados de agosto, cuando salen a comer esa tradición levantina de los hornazos el lunes de Pascua, en sus parajes de la Piedra y la Carrasca y en la época de la matanza: una tradición muy antigua, en la que todo los habitantes de Albanchez participan y colaboran con sus vecinos en la elaboración de los embutidos y carnes.

Abrucena

3

Albanchez

4

Guardián de la montaña

El pueblo paciente

5


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

5 Alboloduy

Un nacimiento en Nacimiento

Alboloduy tiene una presencia desde el neolítico con restos en el Peñón de la Reina y es en sus escarpadas laderas en las que se da inicio a una ruta que pasea por los relieves kársticos en yesos para apreciar unas de las vistas más espectaculares de Almería. Concretamente podemos tomar la senda señalizada desde el pueblo del Salto del Caballo por donde pasaremos por un área recreativa y nos llevará a la Rambla de los Yesos con espectaculares paisajes a lo cañón del Colorado. Al final de la rambla, un camino parte para ascender al cerro de Montenegro, ya en el Parque Nacional de Sierra Nevada. Otra muy interesante es la que nos lleva a la Balsa Salobre, por la rambla de Alcozáyar a la salida del pueblo; un curioso manantial que nace de la roca y alimenta una balsa natural de piedra. A su alrededor veremos la vereda de Alcozáyar, una mancha de verde pinares y carrizos que destaca en este terreno de belleza árida.

6 Albox

Alfarería y devoción

6

Albox es de esos pueblos para andarlos. Iniciar desde su iglesia de Santa María, con su imponente torre que actúa como un faro para los albojenses, en una plaza de agradable ambiente mediterráneo dado por las palmeras. Y callejeando nos lleva descubrir sus casas burguesas, de trabajada herrería y lugares como la ermita de San Antonio, con ese blanco cegador y sus detalles de mármol como la estatua a la mujer albojense, la Bienvenida, la del arriero o la fuente de los cuatro caños. Una tierra donde las arcillas son especiales y prueba de ello es su alfarería, muy apreciada y de la que es irresistible llevarse algún recuerdo. A la salida, Albox tiene su joya más querida, el Monasterio del Saliente donde guardan a su “pequeñica”, la Virgen del Saliente, protagonista de una de las citas de más devoción en Almería cada ocho de septiembre. Una buena manera de llegar al monasterio es realizar la Ruta del Agua donde conocer mejor la historia albojense, descubriendo fuentes, pedanías entre campos llenos de almendros.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Pueblo alpujarreño por excelencia, Alcolea tiene su patrimonio más característico en sus olivos centenarios, que cuidaron con mimo sus antiguos habitantes moriscos y que se yerguen, altivos, en sus bancales. El fruto es tratado en su almazara para generar uno de los aceites más apreciados en toda la Alpujarra, que ya es decir. Su patrimonio histórico se reduce a la sencilla iglesia parroquial del s.XVIII y las ruinas de la ermita de San Sebastián, sobre lo que debió ser la antigua mezquita. Una ruta que lleva por estos lugares es la que parte de la plaza de la iglesia y se dirige por el paraje de la Angostura, de Las Canales y el RIncón. Alcolea se viste de fiesta por San Sebastián el 20 de enero, con la quema del “chisco” la noche antes, y la primera semana de septiembre en honor a su patrona, Santa Rosa de Viterbo.

El pueblo que ve nacer al Almanzora, tiene en su entorno su principal atractivo pues la naturaleza que se muestra agreste en riscos y lomas para cobijar a Alcóntar. Ya sea desde La Cerrá como desde la cruz del Presidio, vemos el espectáculo que deja la sierra de los Filabres por estos lares. El Sendero PR-A 72 comienza en la plaza de la Constitución de Alcóntar y se dirige hacia las casas de los Blánquez  en la parte alta desde donde se encuentran las citadas vistas de “La Cerrá”, donde cruzaremos el cauce del Almanzora entre barrancos y ramblas para llegar hasta Ramil, con su torre que señalaba la vigilancia entre Baza y Serón. Desde aquí el paisaje se suaviza y por lo que fue la vía del Almanzora, hoy vía verde, llegaremos hasta la pedanía de Hijate, conocida por sus restaurantes. Alcóntar celebra sus fiesta sen honor a la Virgen del Rosario el primer fin de semana de octubre.

Alcolea

7

Alcóntar

8

Aceite de aires moriscos

Donde nace el Almanzora

7


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

9 Alcudia de Monteagud Eras y vistas

Alcudia (que en árabe significa monte), agazapado en la ladera de los Filabres, supera los mil metros de altitud y nos hace apreciar, si nos asomamos a su descomunal era de 40 metros de diámetro, el sinfín de aterrazamientos abandonados y que le dan una rara impresión de escalera gigante de piedra en el valle de Tahal. Alcudia de Monteagud tiene su torre defensiva nazarí (s.XIII) milagrosamente en pie, en el paraje de la cuesta de la Virgen, y habitada por las golondrinas que vienen cada primavera. Tiene también una iglesia, la de Nuestra Señora del Rosario, que conserva en su interior el artesonado mudéjar. Alcudia conserva una uva que ya es una joya, la Turruntel, de paladar exquisito y que cuenta con cepas de más de doscientos años de antigüedad que se crían en una tierra donde el agua es generosa y que todavía conserva norias como la de Carrete, ideal para interpretar cómo era el medio de subsistencia.

10 Alhabia De arcilla milagrosa

8

Un pueblo al lado del río Nacimiento donde sus arcillas han sido siempre valoradas y codiciadas. De ahí que sea su alfarería la seña de identidad de un pueblo que rebosa tranquilidad. En su núcleo urbano destacan las casas a las que la burguesía que trajo la uva dejó huella en fachadas como las que se muestran en su avenida de Federico Romera, con aires orientales como la que llaman la mezquita así como las de la Botica y la de Alfarería. Un sendero señalizado es el del Camino de los Arrieros que lleva hasta El Portichuelo y que sale por la rambla de las Ánimas. Un paisaje de cárcavas, barrancos y ramblas que nos regala vistas de una lomas que parecen cubiertas por una fina capa de moqueta cuando el sol de la mañana las descubre. Alhabia está en fiestas del 29 de junio al 2 de julio en honor a Nª Sª de la Visitación y San Juan Evangelista y son curiosos sus “tarascos” que despiertan a los vecinos al amanecer el domingo de Resurrección.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Alhama de Almería 11 En su privilegiada posición de vigilante sobre la falda de la Sierra de Gádor, conserva un aire de bella decadencia en casas que reflejaron un esplendor que hacían rematarlas de adornos y herrerías, como las Melchor Rodríguez, la de Nicolás Salmerón o Villa Rosalía. Su café La Tertulia es imperdonable no visitarlo para tener como un deja vu que nos llevara a finales del siglo XIX. Alhama es un municipio relacionado con el agua desde siempre, con su balneario de San Nicolás y su área de la Cascada, entre pinos, donde podemos realizar una ruta que nos lleva hasta cerro Milano y descender por el barranco del Pasillo acompañados del agua y la vegetación y seguir por el antiguo camino minero del Moralillo hasta el pueblo. La iglesia de San Nicolás de Bari, remozada hace pocos años cobija a su santo patrono, que festejan cada seis de diciembre. Otro punto de interés es su viaducto de mampostería y ladrillo de 26 metros de altura del s.XIX que posibilitaba el tránsito minero del antiguo camino a Fondón.

Corazón de agua

Alicún 12

Alicún es un pueblo que espera paciente a ser descubierto. Su minúsculo término municipal encierra una llamada a la pausa, acercándose a su fuente termal que es el centro de su núcleo urbano y que en época romana ya se instalan termas sobre un manantial salutífero a continuación de los baños de Alhama. En invierno, la leña de los naranjos dan un olor especial a sus calles cuyo humo sale por unas chimeneas que nos hablan de su origen morisco. Alicún celebra por San Sebastián una tradición de ayunar a pan y agua como agradecimiento, el Voto, a San Sebastián por haber intercedido en una epidemia de cólera. La celebración termina con el reparto de roscos de pan en la cruz que preside este recoleto pueblo. Alicún desde la bajada de la carretera de la Alpujarra asemeja como un vergel, rodeado de frutales y con sus castaños siendo protagonistas en la plaza.

El encanto de lo pequeño

9


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

13 Almería Capital de la provincia

La capital es un término municipal amplio que puede ofrecer sorprendentes contrastes hasta parecer que sus barrios son pequeños pueblos. Para hacer la prueba, la primera parada puede ser La Cañada, con su impronta de pueblo agrícola y que celebra una vistosa feria a finales de mayo. Si queremos un pueblo marinero, tenemos las opciones de El Alquián, guardián del mejor pescado de Almería, y la barriada de San Miguel y la Almadraba, en el parque natural de Cabo de Gata, con las Salinas, como impresionante mirador de aves y unas playas salvajes. Antes, la ermita de Torre García, que celebra el primer fin de semana de enero congrega la romería de la Virgen del Mar, es otro de los lugares especiales. Si es el senderismo lo que nos gusta, el viejo camino a Enix, que parte a los pies de la Alcazaba, nos regala unas vistas de la costa excepcionales.

14 Almócita Una delicia alpujarreña

10

Almócita es una invitación a bajar sus calles pues se dispone como una salida hacia el Andarax y así, las calles casi parecen toboganes para poder aligerar el agua. Almócita es judía, morisca y cristiana y ha conservado el encanto de una convivencia antigua, con barrios como su judería de casas blancas y calles empinadas y su iglesia de la Misericordia tan original, con una palmera en su entrada. Es hacia el Andarax, cuando en el vértigo de las gargantas que forma el río en este tramo, cuando podemos aprovechar la ruta de la fuente del naranjo que nos llevará a cruzar el Barranco del Bosque y pasado el antiguo molino, cruzar el río Andarax, con una generosa vegetación. Desde allí podemos subir a los llanos de Cacín, con unas impagables vistas de ambos márgenes de este río, que juega a ser escultor.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Alsodux 15 Los pueblos que crecen a la vera del río Nacimiento tienen todos la impronta de la arcilla, que le tiñe de ocre y naranja para dejar su marca perenne y donde va conformándose una gran vega que, poco más adelante, se funde con la del río Andarax, en un unas tierras fértiles. Las primeras edificaciones de Alsodux nos anuncian la llegada a este pueblo nazarí de la Tahá de Marchena, con su iglesia que parece a nuestros ojos como una mezquita disfrazada. Alsodux es un pueblo donde sus monumentos son lugares comunes como la almazara, el molino, las eras y con una iglesia, la de Nuestra Señora de la Asunción, que aparece mimetizada con las tierras de arcilla y sedimento que el río la ofrece. Su nombre, de resonancia árabe, se ha traducido tradicionalmente como el «sexto».

Aires nazaríes

Antas 16 Antas, agrícola y con el naranjo como principal protagonista en las terrazas que trufan su término municipal, desde Jauro a El Real, es también un recuerdo de una cultura poderosa, la del Argar, que aprovechó la riqueza y el emplazamiento privilegiado para desarrollar una de las civilizaciones más antiguas de Europa, entre 1.900 y 1.300 a.C. y la primera sociedad conocida en la Península que tuvo una organización política parecida a una forma de estado, con un desarrollo importante de la metalurgia. Antas, de indudable aire mediterráneo, se llena de fuego par celebrar a San Roque cada dieciséis de agosto y de devoción el ocho de septiembre, en su romería al cabezo de Santa María.

La cuna del Argar

11


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

17 Arboleas Madera de artista

En la vega del Almanzora, que hoy le da un lecho fértil para sus frutales y que antes le daba la humedad precisa para que pinos y encinas cubrieran sus lomas, Arboleas es un pueblo de costumbres de verdad, que imprime carácter a sus habitantes, indomables como los moriscos protagonistas de la batalla del Corral. Arboleas muestra tradiciones levantinas como el día del hornazo, con esos huevos duros que se estampan en la frente del más incauto y se pone de fiesta en agosto, en honor de San Roque, y es también, cultura, con un museo del artista de la madera más reconocido en el siglo XX: el genial autodidacta Pedro Gilabert.

18 Armuña Un dulce filabreño

12

Este pequeño pueblo del Almanzora dispone de unas fiestas entrañables con sus caramelos que vuelan en los fríos días de enero de San Antón, su hornazo de pan de aceite en abril por San Marcos y sus hojuelas y roscos navideños que le dan un aire especial en sus calles que se protegen del frío. Sus parajes naturales los tiene, a parte del río, en el peñón que llaman del Libertao, el barranco que dicen del Ciego y el puente de los Tres Ojos.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Bacares 19 Hay pueblos que solo su vista nos atrae para imbuirnos en un espacio original. Bacares es de esos de los que uno se queda prendado al verlo, rodeado de montañas, como esperando ser descubierto. En invierno, la nieve es compañera inseparable y le dota todavía más de un aura especial, con 1213 metros de altura y con las moles de los Filabres siendo testigo de su belleza. El pueblo, partido por un barranco, se encarama escalonadamente sobre el cerro donde descansan, al lado de bancales y almendros. Lo que fue su castillo forma como una proa entre dos barrancos y nos dice su labor protectora mirando al valle y en la entrada del camino que lleva al pueblo. Su ermita del Santo Cristo, a medio kilómetro del pueblo en un frondoso valle congrega, cada 14 de septiembre, a miles de fieles y romeros y que transforman sorprendentemente este sosegado pueblo en un lugar lleno de mística y fervor. Bacares toca casi las estrellas en Calar Alto y en ese mirador descomunal que es el de la Tetica.

La joya de los Filabres

Bayárcal 20 Superando los 1.250 metros de altitud y última población antes de llegar al puerto de la Ragua, Bayárcal dispone del tesoro de sus bosques de castaños, que suponen el límite con la provincia de Granada dentro de sus 3.600 hectáreas de masa forestal. El antiguo camino de los molineros es una ruta ideal para realizar en el otoño donde nos lleva de nuevo a la magia del bosque con sus castañas, setas y toda la gama de frutos que trae esta estación de tanta plasticidad. Pasado el pueblo, veremos unas desviación donde nos indica la senda de los Molinos, que ese es su nombre y bien señalizada, cosa que se agradece pues a veces algunas rutas que uno hace parecen mas para aventureros de deportes extremos que para senderistas. La ruta es circular, de no más de cinco kilómetros y apta para todas las edades. En diciembre, por San Francisco Javier, Bayárcal celebra sus fiestas con escenas de moros y cristianos de lo más original, con un pueblo que se convierte en actor.

Tocando el cielo

13


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

21 Bayarque El agua serrana

Bayarque, guardado por los Filabres, posee una gran belleza paisajística y, en el camino a Bacares, hereda el agua que baja de sus riscos y logra pintar de verde, asentado en terrazas cuaternarias al lado del río Bacares. Pasear por su villa es apreciar su antigua iglesia de la Virgen del Rosario del s.XVI y oír el rumor del agua, de sus fuentes como la del Palo y la del Huevón y solazarse de las cumbres que la protegen, el Morrón y el Layón y sus encinares. Estar en Bayarque es también comer unas chacinas bien curadas por su impronta serrana y tomárselas tan ricamente con unas migas recién hechas con leña. Sus fiestas de moros y cristianos, congregan a vecinos y amigos cada primer fin de semana de agosto.

22 Bédar

En una sierra hacia el mar

14

Un pueblo que da nombre a una serranía que sirvió de materia prima para diferentes explotaciones mineras hasta el siglo XX y que dejó un rastro de socavones y hoquedades así como la traza de un ferrocarril que llegaba hasta Garrucha. Bédar ahora está rodeada de almendros y la calma vuelve a morar en sus calles, donde es grato pararse a charlar. Bédar muestra sus terrazas escalonadas alrededor de fuentes y balsas que nos traen a otros tiempos y, no hay que dejar de ver su barrio de Serena, con la mezquita que, aún en ruinas, da encanto de pueblo morisco. Por ellos, sus fiestas de Santa María de la Cabeza, el 24 de septiembre, los moros y cristianos nos dan cuenta de su legado histórico.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Beires 23

Beires ofrece su encanto de dulce pueblo de Alpujarra, con ese silencio tan agradable. Es un pequeño municipio que un barranco separa en dos barrios El Zambrón y el de Beires propiamente dicho. Un barranco que es como un vergel, con álamos y frutales y zarzamoras que se alteran con granados, caquis y parrales que le dan ese toque dulce, como el pan de mosto tan rico que se vende aún en su panadería. Beires tiene una carreterilla que lleva a un área recreativa, el del Arroyo, en una subida que nos hace parar al atardecer, con ese sol que parece acariciar las laderas de Gádor y Sierra Nevada y que es testigo los restos de la alcazaba nazarí. En Beires, la plaza de la iglesia de San Juan Bautista y San Roque es un mirador fantástico donde veremos en días claros hasta Cabo de Gata.

El dulce secreto alpujarreño

Benahadux 24 Desde tiempos remotos, Benahadux ha sido parada de civilizaciones, por su localización, en la vega del Andarax, de tierras fértiles que en la actualidad son los naranjos los que aprovechan su lecho. Restos del neolítico se han podido hallar en yacimientos como la Cresta del Gallo, los Llanos de Partala y El Chuche, donde los íberos también dejaron su huella. Los romanos, sus principales moradores, edificaron su ciudad de Urci en lo que se conoce como Cerro del Paredón. La minería fue hasta hace unas décadas una de las fuentes de riqueza para los benaducenses, siendo interesante comprobar en una fácil ruta que tomaremos pasado su campo de fútbol, el caprichoso colorido que dejaron los restos del azufre en las minas de La Partala. Benahadux se lanza a las calles con sus vistosas carrozas cada San José y antes, realiza una cada vez más concurrida fiesta de mostos, con los caldos que elaboran en sus casas sus habitantes.

Cruce de civilizaciones

15


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

25 Benitagla Un pueblo de cuento

Ir a este bonito pueblo es asomarse a su mirador de las Eras, donde se separaba el grano de la paja a los cereales. Y ahora, cuando uno se asoma y divisa el cerro de Monteagud, con su ermita, y la torre de Alhabia , separa lo importante de lo circunstancial en nuestras vidas. En el pueblo, su iglesia de San Juan y la Virgen de la Piedad está sobre la antigua mezquita, conservándose, modificado, su minarete. Sus árboles son su gran patrimonio, con la acacia centenaria que preside la plaza del pueblo y que, cuando echa la hoja, se reúnen bajo ella los vecinos y las encinas, que volvieron a reinar tras el abandono de las eras y hoy son su tesoro. Benitagla en el crudo invierno de los Filabres, con su nieve generosa, crea una imagen fantástica, llena de magia. Un pueblo que parece traído del norte peninsular, con paredes de pizarras y su olor a leña y puchero.

26 Benizalón

Bajo el cerro de Monteagud

16

Posee Benizalón esa estampa de pequeño nacimiento en unos inviernos acompañados de la nieve e impregna su aire el romero, la albaida y el tomillo y un mirador, el del corral de Magregorio, que abarca la vista hasta la costa en días claros. Benizalón es el guardián de la Virgen de la Cabeza, imagen que se le apareció a un humilde pastor en el cerro de Montegud. La original se perdió y la de ahora es una reproducción que llevan los benizalonenses todos los años en el último domingo de abril en romería desde la ermita hasta el pueblo, donde reposará hasta junio, siendo devuelta a su santuario, construido en el s. XVI sobre las ruinas de la antigua fortaleza medieval de Montahur y que ha ido creciendo conforme se multiplicaban los devotos a la imagen de la Virgen de la Cabeza. La patrona de Benizalón, sin embargo es la Virgen de las Angustias, que tiene su sede en una coqueta iglesia que conserva aún su artesonado mudéjar.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Bentarique 27 Un pueblo que conserva casi intacto el embrujo morisco en calles y vistas, con huertos mediterráneos de granados, higueras y, ahora, naranjos. Su iglesia de la Asunción conserva la traza de la antigua mezquita y su estilo mudéjar es la sabia conexión de las culturas musulmana y cristiana. Su Jueves Lardero es especial, con sus hornazos de huevo duro que toman en el Majuelo. Son sus fiestas patronales el 7 y 8 de julio en honor a la Virgen del Carmen y el día de la Cruz, el 3 de mayo, mantienen la antigua tradición de los mayordomos que reparten roscos por las casas.

Cuento morisco

Berja 28

Lo que más llama la atención del pueblo son sus fuentes, (como las de Don Emilio, la del Marqués, la del Toro y la de los dieciséis caños) que parecen brotar en cada esquina y que señalan su privilegiada acceso a la misma y que ya llamó la atención a los romanos, bautizándola como Virgi, a los musulmanes, que legaron su alcazaba y los baños como los de Benejí y a aventureros que vieron en Berja y sus minas de plomo la posibilidad de encontrar riqueza y que legaron las casas burguesas decimonónicas, como el antiguo Casino o las casas de los Perrillos, de Don Jerónimo o Doña Solita y lugares comunes plazas como la de Abastos, con sus populares machos o águilas que hacen de fuente. Su monumento más característico es su llamativa iglesia de la Encarnación y el más querido, la ermita de la Virgen de Gádor, cuyas fiestas comienzan cada 8 de septiembre. Berja es serrana pero por tener tiene hasta mar, con sus bastión de Balanegra. Subir al Montivel o a Castala nos da una panorámica de una villa que antes fue minera, uvera y ahora, con el plástico, ‘invernadera’.

Las mil y una fuentes

17


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

29 Canjáyar Sabores de antaño

Como una atalaya que parece señalar el comienzo de la Alpujarra más agreste Canjayar entre Sierra Nevada y Sierra de Gádor. Es interesante conocer la villa yendo a la balsa de la Pará (construida a mediados del s.XIX), muy importante para Canjáyar usada para irrigar amplias áreas de cultivo y para uso de los vecinos como piscina y ser uno de los puntos fuertes de sus fiestas de la Santa Cruz del Voto pues deja correr sus aguas por las calles del pueblo, dando frescura y alegría a la fiesta de la exaltación de la Santa Cruz en la tarde del 14 de septiembre, al término de la procesión. Desde allí nos ofrece un mirador hasta el cerro de San Blas, núcleo medieval del municipio, y al fondo, a media altura de la sierra de Gádor, se aprecia el Camino de las Fundiciones Reales y la barriada de Alcora, además del río Andarax y el río Chico de Ohanes a la izquierda.

30 Cantoria Fuego y mármol

18

En pleno corazón del mármol, Cantoria ofrece interesantes visitas, como el palacio de los Marqueses de Almanzora, ejemplo de construcción neoclásica y que, como el Cortijo del Cura, lucha contra el olvido y la ruina. Restos de su historia podemos verlo en las ruinas del Fuerte de Piedra del Lugar Viejo (época musulmana) así como los asentamientos prehistóricos de Piedra Illora y la Hoya. Las fiestas de San Antón hace especial a esta villa, con las carretillas que llenan el pueblo de pólvora y fuego y convierte en un paisaje apocalíptico sus calles de mármol protegidas para la ocasión con mallas metálicas. Los cantorianos celebran sus fiestas por San Cayetano, 7 de agosto y tiene su Feria en fechas próximas al 20 de noviembre.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Carboneras 31 Sus limpias playas de cinemascope son su referente, con Los Muertos como señera pero dispone también de lugares de gran interés geológico, pues da nombre a una falla que es la que formó en buena parte las serretas de Cabo de Gata. Un ejemplo es Mesa Roldán, donde una antigua fortaleza defensiva del siglo XVIII preside una elevación formada por un arrecife de coral fosilizado, donde encontramos también el faro del mismo nombre. En Carboneras también destaca su castillo de San Andrés de principios del XVII, al lado de la plaza que es un parque abierto al mar y que se llena de bullicio por San Antonio, en las fiestas de moros y cristianos. Y no hay que olvidar que Carboneras es ante todo marinera, con una cultura por el pescado fresco que destaca en su amplia oferta hostelera.

Mirando al mar

Castro de Filabres 32 Con casitas blancas cubiertas de pizarra y adaptadas a los mil y un recodos que el terreno de esta parte agreste de los Filabres, con cimas que tocan los dos mil metros y que hace aún mas frágil la visión de este pueblo como salido de un cuento. Ir por sus calles es como entrar en un laberinto donde meterse en otros tiempos. Los bancales, muchos de ellos abandonados, hacen como de una escalinata gigantesca, invitando a subir a la cimas filabreñas. Una ruta interesante es el sendero que llaman de los Cristaleros (PPR-A-322) donde iremos por viejos caminos de arrieros circundado de barrancos con castaños y cerezos en su garganta para ofrecernos en su cima, unas vistas impagables donde ver el desierto, sierra Alhamilla y el azul del mar. En octubre, la virgen del Rosario llama a los paisanos a rendirla homenaje en un otoño que mezclado de verano.

El mirador privilegiado

19


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

33 Chercos El pueblo mágico

Una de las razones por las que señalar el especial encanto del turismo de interior sin duda alguna es visitar pueblos como Chercos. Su nombre, que significa encina, recuerda los cientos de miles que poblaban los Filabres, hoy reducidas a islas donde aún podremos verlas si nos acercamos hasta aquí en un pueblo cuyas aguas ya eran reconocidas antaño y que respira salud desde sus 900 metros sobre el nivel del mar. Es interesante ver el nuevo espacio artístico-lúdico realizado por el pintor Stook en lo que era el viejo cementerio así como los restos de su pequeña alcazaba árabe de pizarra mampostería así como realizar la ruta que llaman de El Gasparillo, que parte de la misma Plaza del Ayuntamiento de Chercos Nuevo (Fuente de San Lorenzo) y que va al río Tahaliz pasando por Chercos Viejo y por los Grabados Rupestres en La Piedra Labrá.

34 Chirivel Impronta romana

20

En el extremo occidental de la comarca de Los Vélez, Chirivel siempre fue un cruce de caminos desde tiempos romanos, que dejaron su huella en donde su Rambla parece abrazarla con su arbolado y que cuenta con vestigios de hace cinco mil años donde los romanos hicieron villa próspera pues estaba muy cerca de la Vía Augusta, en el paraje del Villar. Su Chirivello, hoy expuesto en el Museo de Almería, es una bella estatua romana encontrada allí y que rivaliza con otro monumento, su sabina milenaria. Para ir, podemos tomar la pista forestal que sale justo debajo del puente de la autovía la salida de Chirivel en dirección a la sierra de María y tras recorrer poco más de seis kilómetros un camino a la derecha nos lleva este monumento único en Almería, que se calcula que puede alcanzar los mil años de antigüedad. Sus fiestas celebran a su patrón San Isidro del 18 al 21 de agosto.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Cóbdar 35

En la zona oriental de los Filabres, se sitúa casi al fondo de un valle, escondido entre verdes bancales con casas de cal y tejas, con una impronta morisca que no ha querido desprenderse al pie de un cerro de mármol blanco y luminoso llamado La Piedra. En su cima, además, pueden encontrarse restos de una antigua alcazaba árabe ubicada estratégicamente en el citado promontorio. Junto al río, quedan los restos de una antigua herrería que, en el siglo XVIII, aprovechó una cercana mina para la fabricación de hierro. Los vestigios arqueológicos encontrados en sus inmediaciones, como la Cueva del Castillico, del Neolítico, con abundantes hallazgos (depositados hoy en los fondos del Museo de Almería), atestiguan su ancestral poblamiento. Sus fiestas son en San Sebastián, el 20 de enero y en la primera semana de agosto, la Virgen de la Piedad.

Alrededor de la gran Piedra

Cuevas del Almanzora 36 Es uno de los municipios con mayor interés monumental y con un patrimonio histórico industrial a descubrir. En el municipio, destaca su castillo, del siglo XVII y que encierra el Palacio de los Marqueses y la Casa de la Tercia y la Torre del Homenaje es el vestigio que queda de la antigua alcazaba musulmana, así como las casas burguesas del siglo XIX. Llama la atención las cuevas naturales en los acantilados terrosos de arcillas, margas y conglomerados que llaman terreras, que bordean el valle del río y que se comunican entre sí por angostos pasillos excavados. Cuevas dispone de costa, con Villaricos y Palomares y los acantilados agrestes de Sierra Almagrera, con restos de la fundición de plomo como los de la Concepción con el monumental serpentín excavado en el cerro que lo guarda y el impresionante barranco de El Jaroso, testigo de la fiebre minera de finales del siglo XIX.

Monumental y sorprendente

21


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

37 Dalías

Una luz en el Poniente

La sierra de Gádor, donde se encuentra en su ladera sur el pueblo de Dalías, tuvo un protagonismo excepcional, ya que lideró el mercado mundial del plomo entre 1820 y 1840. En estos años, Dalías acogió, al igual que otras municipios almerienses, una importante población minera que llegó a originar la construcción de más de veinte fundiciones de mineral, repartidas a lo largo de la ladera que la cobija. Un esplendor que decayó en el siglo XX, tomando el relevo la producción de uva. Todo esto dejo una huella en Dalías, donde sus casas todavía reflejan ese aire burgués, como es su Casino. La barriada de Celín es otro de sus puntos con encanto, con el arroyo que le hace parecer un vergel y con vestigios nazaríes como los baños de la Reina y dispone de una abundante red de pistas forestales que permiten acceder a parajes tan bellos como la Balsa Sabinar. Dalías ofrece cada año una explosión de devoción y fuego en torno a su Cristo de la Luz, el tercer domingo de septiembre.

38 El Ejido De fuertes contrastes

22

Tercera ciudad de Almería y guarda, al lado de su potente industria de invernaderos, parajes como Punta Entinas-Sabinar, uno de los humedales más importantes del sureste hispano y que linda con su centro turístico de Almerimar. Una ruta curiosa y que nos da una amplia visión de la realidad de El Ejido es su sendero de las Palomas que parte desde IES Fuente Nueva por la rambla de los Aljibillos y cruzando al inicio entre invernaderos asciende al cortijo de las Peñas Negras y nos ofrece una visión espectacular del mar de plástico desde un entorno natural de la sierra de Gádor. Sus fiestas son fiestas patronales de San Marcos son fin de semana siguiente al 25 de abril y su Feria y Fiestas de San Isidro, la primera semana de julio.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Enix 39

En la vertiente meridional de la Sierra de Gádor, Enix es esas sorpresas que agradan tanto al viajero que busca lugares con encanto en el turismo de interior. Su cercanía de grandes núcleos como Aguadulce y Almería no le han quitado un ápice de sabor rural, en un pueblo donde el agua es la protagonista de fuentes y riqueza vegetal, que vemos en sus terrazas si seguimos un ruta sencilla que parte antes de llegar a las pistas deportivas y baja hasta un estrecho valle que rodea el pueblo. Otros lugares de interés es el Marchal de Antón López, con el primer parque eólico de Almería y con restos de su pasado minero aún visibles al que llegamos por una carretera que lleva a comunicar con la de la Alpujarra.

El camino del agua

Felix 40

En la ladera de Sierra de Gádor, Felix es otro de los oasis de turismo de interior que se agradecen. Sus casitas dispuestas en los vericuetos de sus calles nos delata su origen morisco, con restos de su castillo nazarí y almazaras centenarias. Dispone de parajes naturales dignos de interés como el cerro de la Matanza, un nombre que evoca la sangrienta batalla de moriscos y tropas cristianas; el Manantial y la calle del Barranco, que era la antigua entrada a los barrios árabes y comparte con Vícar villa esos arcos descomunales de Carcauz que no son otra cosa que viaductos de posible origen romano. Sus Fiestas patronales son en San Roque, el 15 y el 16 de agosto, además Fiesta de San Marcos, el 25 de abril y Los Letreros, la noche de Sábado Santo.

La guarida morisca

23


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

41 Fines Corazón blanco

En el corazón de la comarca del mármol, Fines posee la larga historia. Hallazgos arqueológicos como el de la Loma de la Estación y en la Rambla de las Horcas la remontan hasta la Edad del Cobre, además de asentamientos medievales en el Lugar Viejo y el Cerro del Castillo. Sus calles, donde veremos muchos remates de mármol en sus casas y plazas, nos llevan a su iglesia de Nuestra Señora del Rosario, del siglo XVI, con una magnífica armadura múdejar con tirantes. Desde el área recreativa de la fuente del cañal, podremos ver los restos de una primitiva fabrica de mármol y en una senda circular, ver también los restos de su castillo musulmán, alrededor de la loma que abriga a Fines. Sus fiestas son por San Esteban, en agosto, donde se colocan ramilletes de albahaca alrededor del santo tras la procesión.

42 Fiñana

Entre Filabres y Sierra Nevada

24

Mirando orgullosa a Sierra Nevada, Fiñana es el primer municipio que saluda al viajero cuando viene de Granada. Los almendros tiñen de blanco cada febrero un pueblo que tiene en su antigua mezquita hoy rebautizada como la ermita de Santiago o de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Fiñana, en una de las contadas muestras de arte almohade que se conservan en Almería. Dos rutas nos dan una idea de su patrimonio natural: una la de los molineros y otra la que lleva al refugio de Ubeire. Fiñana es una fiesta de fuego y pólvora cada San Sebastián como una batalla incruenta para expresar la devoción a su santo patrón, mientras se degustan sus embutidos y platos caseros con ese líquido espirituoso que llaman zaramandoña.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Fondón 43

En las alturas que ofrece Sierra Nevada y de la que Fondón es anfitriona y dispone de una gastronomía en platos tradicionales aderezados de un vino cada vez más deseado se combina con unos dulces característicos de sabor navideño en un espacio donde la arquitectura característica de la Alpujarra dotan de un espacio ideal para caminar y soñar. Desde su curiosa iglesia que nace mudéjar y termina barroca a sus pedanías que son interesantes de ver y caminar, como la de Benecid, cruzando el Andarax, con sus encinas centenarias, y Fuente Victoria, que es parada para ver donde cuentan que fue la última morada del rey Boabdil y que nos lleva a Laujar.

Historias moriscas en sus calles

Gádor 44 A la vera de la vega del Andarax rodeada de naranjos; Gádor destaca en su perfil con la iglesia parroquial de Nª Sª del Rosario, presidiendo desde una pequeña colina el conjunto urbano. Tiene una estación de ferrocarril con parada reglamentaria. Comparte con la vecina Santa Fé de Mondújar el Poblado de los Millares, uno de los asentamientos más importantes de la Europa de la Edad del Cobre y que da nombre a la llamada Cultura de Los Millares, que se extendió por parte de Andalucía oriental y Levante y que puede ser conocido en visita guiada. Cuando la Virgen del Rosario, Gádor es una fiesta con sus pasacalles tan floridos y repletos de vecinos y amigos, como haciendo juego con el intenso color de unas naranjas dispuestas para ser recogidas. Antes, cuando aparece la flor, el aroma del azahar lo inunda todo en un mar de naranjos donde pasear por la noche y ver las estrellas es uno de los mayores placeres.

Naranja y desierto

25


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

45 Garrucha Con ustedes, la gamba

Uno de los términos municipales más pequeños de Almería, apenas ocho kilómetros cuadrados, le basta para poseer una de las joyas de la gastronomía almeriense: su afamada gamba roja. Su malecón es el principal reclamo de sus establecimientos hosteleros y nos recuerda que Garrucha es marinera por naturaleza, como es su emocionante procesión marinera de la Virgen del Carmen, con Velá la noche anterior. Por San Joaquin y Nª Sª de la Asunción, Garrucha celebra sus fiestas patronales.

46 Gérgal Camino del cielo

26

Un pueblo que es el auténtico guardián que da entrada a las altas cimas filabreñas que preside el observatorio de Calar Alto. Destaca, sobre un montículo que domina toda la población, su curioso castillo de planta cúbica, con su gran torreón central y sus cuatro almenas que lo guardan. Las minas de hierro, como las de las Aneas, le dieron un fugaz periodo de esplendor, con una terminal exclusiva del ferrocarril a Linares, hoy desaparecida aunque no su estación. Dispone de restos de arte rupestre en El Almendral y el peñón de la Junta y da nombre a una gran rambla de paisaje cinematográfico. Gérgal, en el camino a Calar Alto, muestra varias áreas recreativas como Chortal, el Arroyo Berruga y el Merendero, con fuentes de aguas muy apreciadas.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Huécija 47 En la vega del medio Andarax, Huécija aparece como un pueblecito de cuento, destacando la iglesia del convento de los Padres Agustinos de Santa María de Jesús con su fantástica torrecampanario, auténtica joya del barroco provincial y declarada Bien de Interés Cultural en 1992. Dispone de áreas recreativas como la del Cerro de la ermita de Santa Cruz, con magníficas vistas, el mirador de Garroferal y la zona recreativa de Alfarax. Sus fiestas son por la Virgen del Carmen, el 15 y 16 de julio.

Una joya escondida

Huércal de Almería 48 Cruce de caminos en la salida de Almería, Huércal es un pueblo que crece para ser ciudad pero que conserva interesante impronta rural. Cerca de sus instalaciones ferroviarias con edificio de doble planta, muelle y casilla de guardavías, está su parroquia de principios del siglo XVII y que guarda una hermosa talla de la Virgen de las Angustias del escultor Salzillo. Por San José Obrero, Huércal celebra sus fiestas mayores y recuerda su origen popular en costumbres como las “trastadas” que los mozos hacen durante la noche de los Ramos en el Sábado de Gloria a sus pretendientes.

Encrucijada del Bajo Andarax

27


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

49 Huércal-Overa El árbol de la vida

A una hora de la capital, es el núcleo más importante antes de salir de Almería a Murcia. Habitada desde tiempos remotos, como atestiguan los restos de Overa, Loma de Alcauzón y Los Cabecicos, Huércal-Overa dispone de lugares de encanto rural como El Almajalejo y Santa María de Nieva. Recientemente restaurada, su Torre es visible desde kilómetros y formo parte de un centro administrativo nazarí. En ella, se encontró un símbolo que ahora es imagen del pueblo: el árbol de la vida, descubierto en una de las paredes de la tercera planta de la torre, de un elemento decorativo denominado Hom o “árbol de la vida”: una representación de trazos geométricos del universo según la filosofía islámica, donde el centro es Alá, de donde sale toda la vida, separándose de él y torciéndose con el objeto vano de volver a él. Huércal-Overa tiene su Feria es en la penúltima semana de octubre y su Semana Santa es de las más celebradas de Almería.

50 Íllar

Un tesoro entre naranjos

28

Al remontar la cuenca del Andarax, la profusión de vegetación es notable, con vegas circundadas por extensas plantaciones de frutales. Íllar es uno de estos pueblos de la Alpujarra más suave, donde la naranja le hace especial y aromática cada mes de mayo cuando el azahar inunda todos los rincones. Bajar a él desde la carretera nos llama la atención su iglesia de Santa María (s.XVII), con su torre defensiva, que guarda en el interior bonitos detalles mudéjares y su lavadero, en uso. Alrededor de esta villa de la antigua Tahá de Marchena, se extienden huertas de frutales, regados por el Andarax y en cuyos terrenos fue encontrado un importante tesoro morisco, hoy expuesto en el Museo Arqueológico Nacional de Madrid. Desde Íllar, pasear por la ribera hasta Terque es una delicia cuando la primavera asoma por las ventanas de un pueblo que no pierde su impronta rural. Sus fiestas son en Santa Ana, el 26 de julio.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Instinción 51 Instinción, en le medio Andarax, se encuentra en el itinerario cultural conocido como el camino de las Fundiciones Reales, basada en la antigua actividad minera y metalúrgica de Sierra de Gádor. Discurre a lo largo del valle del río Andarax, siguiendo el camino utilizado durante siglos para el traslado del plomo desde las distintas minas y fundiciones hasta el puerto de Almería y en una ruta bien señalizada desde Instinción se puede llegar hasta las antiguas fundiciones de la fábrica de armamento de Alcora, en Canjáyar. Otro puntos interés de este recoleto pueblo es acercarse a su lavadero, donde un mirador nos da una amplia visión del Valle del Andarax y admirar su iglesia de San Juan Bautista, con su torre almenada y defensiva. Por la Candelaria, celebran una curiosa fiesta que llaman la Virgen de los Papelicos, donde los vecinos llenan de confetti de colores a su paso por las calles.

Vergel en el Andarax

Laroya 52

Desde Macael, del que solo dista unos kilómetros, Laroya aparece agazapado en una de las laderas de los Filabres, rodeado de bancales y vegetación, con el agua brotando cercana como en La Poza y el Charco del Buey. Destino llamativo para vivir el turismo rural en estado puro, con una oferta de calidad y sobre todo, con la capacidad de abstraer al viajero y ofrecerlo un paraje único y espectacular. Su iglesia mudéjar del s.XVII tiene la particularidad de ser realizada con materiales creados en el mismo pueblo dada la dificultad de acceso para traerlos hasta allí y donde aún están los restos de la antigua tejera. Su río también llamado Laroya, marca la impronta de la localidad, define el paisaje, le da encanto, abastece la huerta, sirve de eje en las comunicaciones y ha movido los molinos de su ribera. Por San Ramón Nonato, el 31 de agosto, tiene sus fiestas de moros y cristianos.

La sorpresa del mármol

29


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

53 Laujar de Andarax Naturaleza monumental

La naturaleza ha sido generosa con Laujar dotándole de una amplia variedad de paisajes. Así, presume al lado de su cerro de Almirez de 2.517 metros en Sierra Nevada y, en frente, el cerro de la Estrella, con sus 1.973 metros en la Sierra de Gádor. En medio, una fértil vega donde las vides han aprovechado las especiales condiciones climáticas para crear unos vinos poderosos que podremos adquirir en las propias bodegas o en el casco urbano, donde las fuentes salen a cada paso y donde destaca su iglesia la Encarnación, de aires catedralicios. Su área recreativa de Nacimiento parte del barranco del Aguadero, al pie del Cerro del Almirez, le dota de una aliseda que constituye uno de los bosques de galería de mayor singularidad de Andalucía. A la entrada del pueblo si venimos de Berja, dispone un Centro de Visitantes del Parque Nacional y Parque Natural de Sierra Nevada. Por la Virgen de la Salud, el 19 de septiembre, son sus fiestas.

54 Las Tres Villas La grandeza serrana

30

Doña María, Ocaña y Escúllar son pueblos al lado de los dos macizos montañosos más singulares de Almería, los dos primeros en la falda de Sierra Nevada, y Escúllar, en la falda más occidental de los Filabres, se unieron en los años setenta para crear un término municipal original. Doña María, su mayor población, fue un centro ferroviario importante en la primera mitad del siglo XX y en donde se recogía en cables mineros, el mineral de Sierra Nevada y que hoy celebra en mayo por la Virgen de Fátima su pintoresca romería ferroviaria que lleva hasta la estación. Una ruta interesante es la que lleva desde Ocaña a Santillana que pasa por el Peñón de la Encantá, un mágica formación de pizarra con restos moriscos a su alrededor y que era un antiguo camino que comunicaba Ohanes con Ocaña, utilizado para el transporte de mercancías de un lado a otro de la sierra, ya que el paso por el puerto de Santillana solía estar apto para su travesía cuando el resto de puerto estaba cerrado por la nieve.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Líjar 55

En la comarca del Mármol, Líjar es un destino ideal para conocer el entorno natural en el que se encuentra. Un ejemplo es su ruta de los Pinos, sobre antiguo camino de canteras, esta ruta comunica con las explotaciones de canteras de Macael, destacando la masa forestal del Cortijo de los Pinos y del Cortijo del Pozo. Otra es la las Huertecicas, donde pasa por los restos del castillo árabe y la cueva del Moro y una de las carreteras más pintorescas como es la que comunica con Chercos. El Sendero del Poyo PR-A 257 tiene su inicio en el puente sobre el río Tahalí, a la salida del pueblo y toma un camino junto al cauce del río en el sentido de la Fuente de los Cañares, atravesando una zona de gran belleza, con abundante vegetación y donde se encuentran algunos cortijos con sus huertas y ganados, las Huertecillas Bajas. En San Blas, no en febrero sino a finales de septiembre, celebran sus fiestas mayores.

Agreste y acogedora

Los Gallardos 56 Una razón para acercarse a este municipio que se independizó de Bédar hace casi cien años es su representación del Auto de los Reyes Magos cada seis de enero que se realiza por las calles del pueblo, siendo los personajes los propios vecinos y acompaña al acto un mercadillo medieval y diversas actuaciones paralelas. El día de San Isidro, el 15 de mayo, realizan una concurrida romería en honor al patrón de los agricultores con paella gigante en el merendero municipal. Sus chacinas es otro de sus reclamos que dan lustre a su gastronomía. El Día de la Vieja es el otro día de encuentro vecinal siendo celebrado el jueves mediado la cuaresma y como protagonista un muñeco realizado de papel y rellenas de caramelos, que se rompen después de la comida, consiguiendo, que sobre todo los más pequeños, disfruten de este día tan especial.

Pueblo de Reyes

31


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

57 Lubrín Entre panes y aceite

Las fiestas del Pan o de San Sebastián son el santo y seña de Lubrín, siendo declaradas de Interés turístico de Andalucía. Cada 20 de enero, la procesión del santo se realiza en el vértigo de su calle mayor empinada, lanzando panes y roscos los vecinos al pasar su imagen delante de su casas. Una fiesta que tiene su origen en tiempos de Juan de Austria y que se cuenta que se trajo la tradición desde Flandes. Su Iglesia, la del Rosario, es bien visible con sus naves laterales con un capitel de toque nazarí. En su plaza se realiza las Fiestas de la Alimentación en honor de su Virgen el segundo fin de semana de octubre, con degustación de sus ricos platos y su renombrado aceite. Lubrín cuenta también con un curioso lavadero todavía en uso, que fue teatro y quesería, y el Marchalico, un merendero con piscina, pistas deportivas y un agradable pinar. A la salida del pueblo hay una interesante ruta para subir al cerro de la Atalaya, una masa caliza que nos ofrece unas impagables vistas de la zona.

58 Lucainena de las Torres Un pueblo bonito

32

En las estribaciones de sierra Alhamilla, Lucainena es una de las joyas del turismo de interior almeriense, cuidando todo su entorno para ganar merecidamente el galardón de ser uno de los pueblos mas bonitos de España. En el, destaca la iglesia de Santa María del Monte Sión, del siglo XVIII, que se alza sobre un mirador al que llaman ‘El Poyo de la Cruz’ y desde el que se puede contemplar una hermosa panorámica de la población y del molinillo. También se puede visitar el antiguo lavadero público aún en activo y del que emana el agua que llega del nacimiento del Peñón, un enclave que se erige en vigía de la localidad. Lucainena muestra su pasado minero en torno a sus imponentes hornos de calcinación y una vía verde que invita al paseo agradable entre bancales y estampas que nos recuerdan tiempos moriscos. En septiembre, en el tercer fin de semana, se celebra las fiestas de la Virgen de Monte Sión, donde materialmente todo el pueblo se echa a la calle en las casetas y puestos.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Lúcar 59

Lúcar y el el agua siempre han ido unidas, y vale como ejemplo su balsa de Cela, en la sierra de las Estancias, unos baños que siguen funcionando desde tiempos romanos y que mana un agua con una temperatura que no baja de los 22 grados. Una balsa que se divide en dos pues Tíjola comparte con Lúcar este agradable lugar. El paraje de las fuentes de San Antonio es otro de los lugares a visitar además de conocer porqué este municipio va teniendo pujanza en el cada vez más competido mercado vitivinícola. Interesante es el sendero de Las Minas del Talco discurre por la Sierra de las Estancias en su parte más septentrional y que lleva por la ladera de la Santa hasta las antiguas minas de talco y jaboncillo. Lúcar tiene sus fiestas de moros y cristianos, “las relaciones”, por San Sebastián y Santa Inés, del 20 al 21 de enero, en una tradición centenaria.

Alrededor del agua y el talco

Macael 60 La capital del mármol refleja su materia prima en calles, plazas y monumentos. Es interesante comenzar en el mirador de la Virgen del Rosario, en una pequeña loma cuyo camino rodeado de tomillo y romero serpentea hasta llegar a la bella imagen de blanquísimo mármol. Una virgen que devocionan los macaeleros en su iglesia del s.XVI con una majestuosa torre que repican unas campanas felizmente recuperadas hace pocos años y que dotan del timbre original. Las cruces de Mayo y los Mozos, del siglo XVII son otros de sus monumentos más emblemáticos. Si sus fiestas patronales son el 7 de octubre por la Virgen del Rosario, San Marcos, el 25 de abril, es la fiesta más familiar, donde las familias salen a la rambla Confornal para comer juntos, donde no faltará en la comida campestre el hornazo y las uvas pasas.

Blanco y familiar

33


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

61 María Naturaleza serrana

El pueblo más equidistante de Almería es a la vez el más serrano, con un espacio donde se combina la majestuosidad de Sierra María y la meseta de la Cañada de Cañepla, con sus extensiones latifundistas de cereal contrastando con los minifundios de frutales de aire morisco. La gastronomía es la gran atracción de María, con su cordero segureño con denominación de origen y sus jamones cuya curación da las condiciones idóneas el viento frío y seco de su Sierra. María se viste de gala en su romería de la ermita de la Virgen de la Cabeza, cita previa para su feria de verano, con su aire barroco. María dispone cerca de ella unas áreas recreativas en plena naturaleza como la de los Alamicos, y la Piza, el mirador de El Morral y el centro de visitantes de Umbría de la Virgen, con un afamado jardín botánico de especies autóctonas.

62 Mojácar Embrujo mediterráneo

34

Es fuera de los meses de verano cuando Mojácar parece lucir de manera especial, dejando atrás sus playas, con ese sol que refleja en sus encaladas casa del casco histórico, como si fuera su guardián en el invierno. Así, su fuente-lavadero se torna ancestral y especial y callejear por sus empinadas calles hasta el mirador de la plaza Nueva es una forma de limpiar nuestro alma. Su castillo de Macenas, a nueve kilómetros del casco urbano es hermano de otros que jalonan la costa almeriense y que puso un punto de inflexión en las invasiones de piratas berberiscos. Desde allí llegamos a la pedanía de Sopalmo desde donde parte una interesante ruta hacia la rambla de la Granitillas, de formación volcánica, donde los cortes del terreno presentan bellísimos colores en diversas gamas que van desde el gris al marrón, pasando por los tonos púrpuras. En la primera semana de junio, sus fiestas de moros y cristianos son de leyenda, en un escenario natural, sus propias calles, impagable.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Nacimiento 63 Un pueblo que da nombre a uno de los ríos que vertebran Almería y que está sujeto a crecidas y riadas. Nacimiento vivió su esplendor uvero tras la minería y de ahí quedan cortijadas del siglo XIX con grandes porches abiertos por arcos frontales de medio punto, casi siempre pintados de color rojo y que poseen en su interior grandes cuevas, para el almacenamiento de los barriles de madera que contenían las uvas. Es interesante su iglesia de San Miguel Arcángel, de aires mudéjares y sus lavaderos públicos rodeados de verdor desde donde podemos realizar la ruta a Gilma, señalizado por la pasarela que cruza el río y conocer un paisaje de atochares y retama y donde veremos restos de cortijadas abandonadas que nos indican la belleza de la sencilla y sabia arquitectura popular. El siete y ocho de agosto celebran sus Fiestas patronales de San Miguel Arcángel.

Donde nace el río

Níjar 64 Hablar de turismo de interior en Almería es hablar de Níjar. Un municipio que dispone de una gama de destinos diferentes y originales. Níjar podemos verla, o andarla mejor, en destinos rurales como su barriada de Huebro, en un camino trufado de antiguos molinos árabes que disfrutaban de un agua que sigue manando de la balsa que corona el pueblo. Níjar puede ser volcánica, con la caldera de las Granatillas, la de Majada Redonda o la de Rodalquilar, donde se puede visitar la Casa de los Volcanes para conocer en profundidad el geoparque de Cabo de Gata. Puede ser de cine, con escenarios que salieron en películas si vamos a San José, en el cruce hacia Boca de los Frailes, Los genoveses y Mónsul o bien en ese mismo cruce, hacia los Albaricoques y Cortijo del Fraile. Y también minera, con el antiguo impresionante cargadero de mineral de Agua Amarga y las minas de oro del Coto del Cinto en Rodalquilar.

Universo turístico

35


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

65 Ohanes El mirador ideal

Ohanes, encaramado en la la ladera meridional de Sierra Nevada, divisa el valle de una manera panorámica. Sus casas, compactas y unidas entre si cortadas transversalmente por cuestas que actúan como torrenteras en los crudos inviernos donde la nieve suele ser asidua visitante, se aglutinan en torno a su iglesia parroquial. Por San Marcos, el último domingo antes del 25 de abril, Ohanes es una estampida de gente y vaquillas, que parecen volar por los tejados de pizarra donde los mozos, mediante sogas, deben conseguir que la bestia se arrodille ante el santo. A cinco kilómetros en dirección Abla, el Monasterio de Tices es el punto de encuentro de una de las romerías más impresionantes de Almería, que celebran el 14 de agosto en honor de la Virgen de la Consolación. En un escenario espectacular, miles de romeros cumplen la tradición de visitar el monasterio en una noche mágica.

66 Olula de Castro Moros, cristianos y buenos guisos

36

Situado en una solana de la Sierra de los Filabres, Olula aparece rodeado de olivos árboles, en dos barrrios de calles menudas, quebradas y en cuestas, con casas cubiertas de aleros de pizarra. Acercarse a Olula en sus fiestas de Moros y Cristianos en la segunda semana de noviembre en honor a la Virgen de la Consolación, su patrona, es una sorprendente espectáculo por la calidad de los trajes y las actividades como los juegos de banderas. Después tener la suerte de tomar un cocido de correa o el arrocillo, que curiosamente no lleva arroz y es un guiso de habichuelas, chorizo, lomo, hinojo, pimiento seco,ajos, cebolla y harina de panizo. Bajando la rambla de Verdelecho se llega a una sucesión de barrancos, cárcavas y minas abandonadas que nos llevan hasta el impresionante Desierto de Tabernas. Hacia el norte, la alta montaña espera en el paraje de Las Hoyas, con unas vistas descomunales de todo el Campo de Tabernas y la costa almeriense.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Olula del Río 67 En la parte media alta del Almanzora, Olula es un pueblo rodeado de montañas, como la del Tesoro, Almirez y los Corzos. Para conocer alguna de estas lomas donde guardan zonas de frondosos pinares con una extensión de casi mil hectáreas y siendo una auténtico pulmón verde para la zona. la ruta de las Arrodeas es la mejor elección estando señalizada desde sus salida desde el depósito de agua que hay tras el polígono industrial, por el camino que baja hacia el barranco del Almirez. Si se quiere solo dar un paseo, un tramo de la antigua línea del ferrocarril del Almanzora es ahora un agradable vía verde. Sus fiestas más espectaculares son las de San Sebastián y San Ildefonso el 20 de enero, donde la noche el pueblo se llena de carretillas de fuego y hogueras para terminar la fiesta al día siguiente, con el lanzamiento de roscos al santo. Su iglesia parroquial es de las pocas del país con planta de cruz griega.

Fuego y montañas

Oria 68

Su basílica de Nuestra Señora de la Merced, de estilo barroco, sobresale en el perfil de su núcleo urbano, con su hermosa fachada principal, de cúpula de tejas azules, levantada sobre las ruinas de un castillo. En primavera, es una muy recomendable realizar una ruta de senderismo por la que llaman la Vega Árabe, con restos de molinos moriscos en la rambla de Capairola, en un entorno donde el agua está presente en fuentes y pequeños arroyos que refrescan el camino. Para los que les guste la belleza de la altura, una propuesta es subir al Cerro Pelado (1.478m) es una elección para contemplar una vista espectacular de es ta parte de las Estancias. Para ir, hay que desviarse a seis kilómetros en un cruce con pista de tierra en la A-399 dirección Chirivel y seguir otro trecho hasta comenzar la ascensión al cerro. Por San Gregorio, 9 de mayo, y la Virgen de las Mercedes, 22 de agosto, tiene su fiestas Oria.

Entre montañas mágicas

37


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

69 Padules

Entre canales, vino y sabor

Al llegar a Padules, podemos partir desde la bonita iglesia de Santa María la Mayor, de estilo mudéjar, para subir por una calle que nos conducirá al inicio del camino de Las Canales. No tiene pérdida pues va señalizado en varios tramos con una valla de madera y es un continuo camino cuesta abajo de dos kilómetros. A medio camino, el camino se bifurca en dos, caminando otro kilómetro de bajada para llegar a uno de los lugares mas sorprendentes del interior de Almería, con el Andarax esculpiendo en la roca una preciosa garganta. El pueblo ofrece también otros aliciente, como es llevarse su buen y afamado vino, pasar por una de las pocas panaderías con su horno echando fuego como la caldera de una locomotora o probar los platos de sus dos excelentes restaurantes. En sus fiestas, destaca la de anta María la mayor, el 1 de agosto, el Resucitaíllo, la madrugada del domingo de Resurrección.

70 Partaloa

Los juguetes del gigante

38

La geología regala formas caprichosas como las que vemos cuando llegamos a Partaloa, muy cerca de Albox, en la parte baja del Almanzora, cuando viene cargado de arcillas milenarias. Partaloa aparece con pintado de los colores claros de estas arcilla que muestran lo que llaman los ‘órganos’ o “desplomes”, unas piedras de conglomerado descomunales que aparecen esparcidas como si un travieso gigante hubiera jugado con ellas. Son una forma de derrumbo de ladera característica de la dinámica erosiva y sedimentaria en zonas áridas y que por su peculiaridad, que podemos ver también en otras partes de Almería como Tabernas y Oria, los geólogos denominan a estas formaciones con el propio nombre del pueblo. Partaloa, como muchas localidades vecinas, tiene sus fiestas moros y cristianos. Durante las fiestas de agosto. Sus fiestas patronales son por San Antonio, el 13 de junio y por San Miguel, el 29 de septiembre.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Paterna del Río 71 Junto a su vecina Bayárcal, está entre los más altos de la península, con sus 1.193 metros sobre el nivel de mar que habremos dejado atrás en apenas una hora. En su placita es normal que nos encontremos puestos al igual en las puertas de la casas donde nos ofrezcan productos de la sierra, con la miel y las manzanas como reclamo principal. Constituido por el barranco que le da nombre, Paterna se nos aparece en la ladera del pico del Chullo, con sus 2.609 metros, y la de La Gaviarra, de 2164 metros. Sus fiestas veneran al Santo Cristo de las Penas, el tercer domingo de agosto, y celebran una, cada año más concurrida, fiesta de las castañas. El Sendero del Agua es una ruta muy recomendable que parte del paraje de Fuente Agria, a unos minutos de andar desde el propio pueblo, con una longitud total de doce kilómetros en un sendero circular donde la exigencia es baja, si salvamos algún paso de ladera y cruce de arroyo y siempre en compañía de los castaños, frondosos desde la primavera.

Belleza en las alturas

Pechina 72 Uno de los lugares que visitó por primera vez uno de los santos padres de la Iglesia esconde muchas sorpresas pues su término municipal se extiende hasta la ladera sur de sierra Alhamilla, donde tiene sus Baños, un balneario donde pasar también una agradable jornada gracias a su interesante oferta gastronómica. A los pies de esta sierra, disponemos de las antiguas instalaciones de El Chorrillo, estación término de un ferrocarril que comunicaba con la capital y que traía el mineral de la sierra así como acercaba a los almerienses que iban a tomar los baños primeros del siglo XX. Recientemente, el lugar ha sido puesto en valor por ser el escenario del rodaje de Exodus, y parte de la traza de este ferrocarril se puede seguir en un original paseo en camello o a pie, pasando por ramblas espectaculares y cinematográficas. Sus fiestas son por San Indalecio, el 15 de mayo y por San Claudio, el 26 de octubre.

Decorado de cine

39


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

73 Pulpí

Playas, minas y geoda

El municipio más septentrional del levante almeriense tuvo un centro de minería, el Pilar de Jaravía, que hizo disponer de un ferrocarril para llevar el mineral extraído de su sierra del Aguilón y que, milagrosamente, se salvó del cierre y que comunica las localidades de Aguilas y Lorca. Conserva en perfecto estado sus dos estaciones: la de Pulpí y el apeadero de San Juan de los Terreros, con el estilo colonial que dotó a las estaciones su primigenia compañía: La británica de rimbombante nombre The Great Southern of Spain Railway. Gracias a la minería se descubrió la gran geoda: un fenómeno único a nivel mundial dadas las dimensiones, perfección, tamaño (10 metros cúbicos) y transparencia de los cristales. Las playas de Pulpí son su reclamo en verano, desde la de los Cocedores a las Palmeras pasando por la más visitada de San Juan de los Terreros, con un castillo defensivo en perfecto estado. Por San Miguel, son sus fiestas patronales.

74 Purchena La esencia morisca

40

Purchena es un pueblo filabreño que apostó hace tiempo por poner en valor su turismo de interior. Es de agradecer la buena señalización de sus rutas, como la circular que nos ofrece una interesante visión del pueblo y su medio natural o la nos lleva a su pulmón natural, El Gurullo, en una travesía agradable entre pinos y floresta autóctona. Interesante es visitar el área recreativa La Silveria, camino de la Tetica de Bacares. Además, Purchena dispone un legado visible de su época musulmana como son los restos de su alcazaba que coronaba el monte y que tiene la torre del Agua como ejemplo de solución arquitectónica de la época. Sus fiestas patronales de San Ginés de Jara, 25 de agosto y celebra cada año los Juegos Moriscos de Aben Humeya, la primera semana de agosto. Los juegos cuentan con concursos de música, canto y danza, muestras de cocina y zoco artesanal y supone un festivo encuentro entre culturas.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Rágol 75

A la vera del Andarax, Rágol lo recibe entre naranjos y con sus casitas aglutinadas entorno a su iglesia de San Miguel, de estampa típica alpujarreña con su torre que a la vez que convocaba a los fieles para sus liturgias también los avisaba de alguna incursión morisca. Hoy es un remanso de paz, donde es una gozada andar en su paseo junto al Andarax, cruzando la carretera por un túnel y al lado del murmullo de un cauce que a veces se agita y salta a la calzada como la de 1875 que destruyó entre otras cosas el molino hidráulico del que se conserva su bonito caz de acueducto. Cerca dispone del área recreativa de Cristal, en un agradable pinar, en la falda de la Sierra de Gádor. Por San Agapito, del 17 al 22 de agosto, tiene sus fiestas Rágol con 200 barrenos de dinamita que saludan al paso de la procesión (seguramente es un recuerdo del pasado minero).

Vigilando el Andarax

Rioja 76

Atrás quedó el acordarse de Rioja cada vez que pasaba su angosto puente que señalaba la salida de Almería al centro del país. Hoy es un pueblo que conserva sus raíces agrarias en forma de naranjos que antes fue parral y antes moreras. Rioja muestra de cerca cómo la erosión modela y esculpe formas caprichosas como podemos ver en lo que se llama ruta de los Fantasmas, por rambla Campana hasta las cañadas de Vela para continuar por rambla de Los Arcos y terminar en el barranco del Lobo. Chimeneas de las hadas y caras antropomórficas veremos sorprendentemente en paredes y taludes porque hace unos diez millones de años el mar se extendía por esta zona, en cuyos taludes se depositaron grandes cantidades de margas y arenas que, al retirarse el mar, quedaron expuestos a los procesos erosivos (viento, lluvias, granizo..) dejando estas caprichosas formas. Rioja tiene sus fiestas por la Virgen del Rosario, a final de septiembre.

Las arenas caprichosas

41


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

77 Roquetas de Mar Un paraje a conservar

Su impronta de pueblo marinero resiste pese a ser ya la segunda ciudad de Almería, rozando los cien mil habitantes. Pero ese es quizás el encanto de Roquetas, mantener vivo ese carácter. Así, sus fiestas más queridas son las marineras, las de San Ana, a finales de julio, con las moragas correspondientes en la playa en familia y amigos. Al lado de su archiconocido turismo de sol y playa no hay que olvidar que Roquetas comparte con El Ejido Paraje Natural de Punta Entinas -Sabinar, concretamente desde la Urbanización de Playa Serena hasta la playa de los Cerrillos. Su acceso podemos realizarlo desde la misma urbanización en una pista de tierra señalizada o bien seguirlo por la propia playa, obteniendo un grato contraste entre la playa urbanizada y la virgen, El Faro de Punta Entinas nos indica el final de la parte roquetera en una ruta ideal fuera de los meses veraniegos que, al atardecer, regala unas impagables puestas de sol.

78 Santa Cruz de Marchena Paz de aires moriscos

42

Santa Cruz, a la orilla del río Nacimiento, es de esos pueblos que transmiten paz a su encuentro, de los que uno escucha nítidamente el ruido de las hojas cuando sopla una brisa, mas si estamos debajo de sus centenarios plátanos de paseo, monumentales y hermosos que casi tapan su iglesia parroquial, construida sobre la antigua mezquita y con una bella escalinata. En su nave, destaca además de la imagen de San Agapito, su patrón por el que hacen fiestas del 23 al 25 de agosto, el bonito artesonado que recuerda su origen musulmán de sus fundadores yemeníes. En Santa Cruz podemos encontrar aún blancos volúmenes puros y terraos de launa, así como el adarve morisco de detrás de la iglesia. Al subir a su ermita de Santa Cruz, en una loma donde hubo un antiguo asentamiento musulmán, habremos atravesado el barranco de la loma, con sus casas cueva y en la cima, las vistas del valle son un verdadero regalo para la vista.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Santa Fé de Mondújar 79 Santa Fé de Mondújar es el pueblo ferroviario por excelencia, con dos puentes sobre el Andarax, estación en curva y un túnel. Solo le falta que pare de nuevo los trenes pero, mientras eso pasa, podemos acercarnos en coche y bajar hacia el pueblo, donde los naranjos le dan un tupido tapiz. En un extremo, la chimenea en el área recreativa de la piscina nos indica que fue una estación de producción de electricidad para la línea electrificada hasta Gérgal. Cien años han pasado de esta obra pionera y Santa Cruz ahora sigue su vida tranquila, con su recoleta iglesia de Nª Sª del Rosario, de planta basilical y su torre nazarí, cuando era de la alquería de Mondújar, de testigos. Santa Fé es también el pueblo donde acercarnos al poblado de los Millares, descubierto cuando se realizaba el ferrocarril que lo atraviesa en su interior y que muestra un poblado pionero en la edad del Cobre europea (2.700-1.8000 a.C.).

Entre puentes y civilizaciones

Senés 80

Llama la atención cuando llegamos su destello de casitas blancas como colgadas entre las laderas pizarrosas de la vertiente sur de los Filabres. Su arquitectura tradicional es su gran patrimonio, con esas cubiertas de lascas de pizarra que llaman aleros y que forman un entramado entre las empinadas calles de pueblo. Una pizarra con la que se construyeron las terrazas de cultivo y que se unen entre ellas por unas curiosas escaleras de de este mismo material que llaman balates. Por las calles de Senés es digno de ver sus Relaciones de Moros y Cristianos, en las fiestas del emigrante de agosto. A caballo, los bandos luchan frente a la plaza del pueblo, al final del segundo día, los “espías” cuentas las anécdotas ocurridas en el pueblo durante el año mediante versos humorísticos. Senés dispone los restos de una alcazaba de época almohade (s.XI-XIII) donde aún resaltan los muros de contención y las bases de lo que fueron doce torres, rodeado todo de almendros.

De ‘espías’ y pizarras

43


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

81 Serón

El faro del Almanzora

Subiendo el curso del valle del Almanzora, Serón se muestra orgullosa en la loma donde se alza su castillo, como un faro para indicarnos que estamos en la naturaleza más llamativa de los Filabres. Si es la gastronomía lo que nos gusta, los mejores secaderos de jamón y embutidos están allí, donde podremos comprarlos en las mismas bodegas o en su feria del jamón en julio. Si es la naturaleza lo que nos anima, estamos a un paso de parajes tan extraordinarios como los bosques de los Filabres en áreas recreativas como La Jordana, a solo cinco kilómetros de la villa o acercarnos al mirador de la ermita de la Virgen de la Cabeza. Si el patrimonio industrial es lo nuestro, el pasado minero de Serón nos ofrece múltiples razones para ver: desde cargaderos de mineral como Los Canos y El Tesorero a poblados como Las Menas así como la vía verde del Hierro. Sus fiestas son en honor de la Virgen de los Remedios, del 13 al 16 de agosto.

82 Sierro

Las Relaciones y la naturaleza

44

Arracimada entorno a su castillo, de origen medieval y hoy totalmente renovado, al final de la carretera que parte de Purchena, es el final de trayecto perfecto para una escapada de turismo de interior donde la naturaleza se muestra monumental gracias a la presencia cercana de las cimas que rodean a la vecina Bacares, que comunica un sendero realmente espectacular bajando desde esta localidad vecina (17 kilómetros) Sierro, de callejuelas y empinadas calles que esconden todavía la traza moriscas de adarves o calles sin salida terminadas en pequeñas plazoletas, dispone de un arroyo que movía un molino de agua, hoy en ruinas y una almazara, hoy convertida en restaurante. Por San Sebastián, el primer fin de semana de septiembre, son sus fiestas patronales donde realizan las relaciones de moros y cristianos y en San Marcos, se toman el hornazo en familia en una primavera que viste de mil colores sus laderas.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Somontín 83 Somontín tuvo en sus minas de talco un esplendor que le llevó a producir la mitad de la producción total del país. Un pequeño pueblo del Almanzora que conseguía que es fino polvo apelmazado de sus minas salieran por ferrocarril a exportarse por todo el país y más allá. Ahora es un recuerdo que se puede visitar en una ruta que lleva por el camino de la Cigarra, la rambla de Lúcar y la de Escuchagranos, hasta alcanzar el Camino del El Molinillo para llegar al Mirador de La Santa. Un camino que compartía con su vecina Lúcar y que es una muestra etnográfica muy interesante. Somontín celebra unas fiesta centenaria por San Sebastián, con el consiguiente lanzamiento de roscos y ofrece al visitante un pueblo muy cuidado de fachadas limpias y encaladas con flores todo el año. Su gastronomía posee el sabor de lo tradicional con un riquísimo arroz de conejo y setas.

De talco y jaboncillo

Sorbas 84

La geología ha sido generosa en Sorbas, dotándole de lugares singulares de un interés que traspasa las fronteras. Es el caso de sus cuevas de los Karst en yesos, pudiendo ser visitadas y con diferentes niveles de dificultad. El río Aguas es otro de sus interesantes puntos de interés natural, con un sendero, el de los Molinos que prosigue en un sorprendente tramo donde el agua brota de repente en manantiales, siendo un auténtico oasis dentro de un terreno árido que termina en el barranco del Tesoro. Cariatiz, una pedanía de Sorbas, muestra un imponente cortado que es un arrecife de coral fosilizado, testigo de otros tiempos cuando todo esto era el lecho de un mar tropical. En el pueblo, es indispensable pasar por el barrio de las alfarerías, donde mantienen la centenaria tradición de la cerámica de barro rojo y blanco, con hornos que datan de tiempos musulmanes. Sus fiestas son por San Roque, del 14 al 17 de agosto.

Una geología increíble

45


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

85 Suflí

El encanto de lo pequeño

Pequeño y discreto, Suflí es de esos pueblos que cuando descubres quieres volver. Situado en el Almanzora, abrigado por los Filabres, que conserva sus orígenes andalusíes en el trazado de sus calles, rodeado de un entorno serrano sorprendente. Un ejemplo es si realizamos el sendero circular de las Yeseras que discurre por la sierra de los Filabres y por las cercanías del río Boloyunta. Un recorrido con dos variantes: la corta de 6 km y la original de 10 km. Ambas nos llevan a un mismo sitio: el mirador de la Loma de Armuña, desde la que disfrutar de unas magníficas vistas del Alto Almanzora. Además, Suflí es conocido también por su fritada. Una receta que sus vecinos realizaban para poder disfrutar de las verduras en los crudos inviernos y que siguen realizando con paciencia, asados al carbón. En agosto, por San Roque (16 de agosto) tienen sus fiestas patronales.

86 Tabernas

Cine, gastronomía y desierto

46

Muchas razones tiene Tabernas para colocarse en el liderato de los destinos de turismo de interior de Almería. Paisajes únicos en Europa, escenarios naturales de multitud de películas, muchas de ellas míticas; historia con los Reyes Católicos como protagonista y una cuidada oferta gastronómica, con materias primas excelentes como su aceite virgen extra. Si el oeste es lo que nos gusta sus poblados de OASYS-Mini Hollywood, Fort Bravo y Western Leone es lo más recomendable para visitar, y su festival de cine del Western que celebran en octubre, la excusa perfecta para conocer en profundidad el tema y la oferta gastronómica tabernera. Desde la oficina de turismo podemos guiarnos por unas ramblas que nos hacen sentir un auténtico cowboy. En su patrimonio, destaca el restaurado castillo de origen nazarí y su iglesia de Nª Sª de la Encarnación, con un original artesonado y con sus tres naves laterales separadas por arcos de medio punto. Del 11 al 15 de agosto son sus fiestas patronales de la Virgen de las Angustias.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Taberno 87 En la falda de las estribaciones de la sierra de Las Estancias, Taberno aparece tranquila y campestre, con una importante cabaña que ha logrado destacar en el mercado de los lácteos. Su sendero del Cerro Alto es una manera muy gráfica de contemplar en entorno natural de esta localidad del Almanzora, pasando por lugares como el Jardín Botánico, el Barranco del Tallo, la Rambla Aceituno, la Rambla de Taberno, el Paraje de la Merced o el Barranco del Saltador, hasta llegar a la subida del Cerro Alto y darnos una panorámica magnífica de la zona. Desde la Ermita del Calvario desde donde conforme avanzamos en nuestro ascenso disfrutamos de unas vistas de todo el núcleo urbano y nuestra mirada llega hasta la costa de Garrucha. Taberno celebra sus fiesta por San José, pero en agosto, del 8 al 10 y mantiene la tradición centenaria del baile de las animas, cuando llega la Navidad.

El pueblo tranquilo

Tahal 88

Enclavada en un lugar estratégico, una solana subiendo los Filabres para llegar al valle del Almanzora. Tahal es de pizarra y cal, con calles que cuando la nieve llega, le da un aire fantástico. Tahal tiene la suerte de conservar los encinas autóctonas de los Filabres, los que fueron un manto tupido y que el hacha del hombre fue menguando hasta quedar en casi una reliquia. Los chaparros, como los llaman por esta tierra, tienen ese porte del que conserva el orgullo de resistir. Para verlos de cerca, podemos realizar una senda circular, la PR-A-121 que nos lleva por los cerros que la rodean como el de la Atalaya y el Mortero. Sus fiestas patronales son por San Roque, el 15 y 16 de agosto y del Santo Cristo del Consuelo, el 14 y 15 de septiembre, teniendo una bella romería el último fin de semana de mayo, con una comida final entre vecinos y amigos bajo los chaparros.

El refugio de las encinas

47


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

89 Terque

Un pueblo con memoria

En el margen izquierdo del río Andarax, Terque aparece alrededor de su cerro de Santa Cruz y vigilado por el de Marchena, enfrente justo de su población. La uva dejó su impronta en unas bonitas casas señoriales y burguesas, como la de los Caballitos y ha logrado que su memoria histórica no se pierda con el excelente Museo Etnográfico y el Museo Provincial de la Uva de Barco. En contraste, podemos visitar su barrio de las Cuevas, en uno de los conjuntos troglodíticos mejor conservados de la comarca, y con un centro cultural recientemente realizado. En la entrada del pueblo, podemos apreciar la labor de recuperación en su parral que es un complemento al Museo de la Uva y que recupera las más de 46 variedades diferentes de uva de barco. Por sus fiestas del Rosario, el primer fin de semana de octubre, Terque ofrece en vivo los diferentes oficios relacionados con la uva, como la construcción de barriles.

90 Tíjola

Una parada obligada

48

Perteneciente a la comarca del Alto Almanzora, esta villa se sitúa a orillas del río, dominando todo su territorio, formado por huertas rodeadas de cerros y barrancos. Ir a la Cerrá de Bacares es todo un espectáculo donde el río realiza una labor de paciente escultor con manantiales como la fuente del Huevo o restos de molinos árabes que aprovechaban la fuerza hidráulica. Tíjola, como pueblo serrano, dispone de una afamada chacinería que podremos adquirir en sus comercios. La línea ferroviaria del Almanzora le dejó una estación y una máquina descarrilada y está muy cerca de conectar ahora con la Vía Verde de Serón. Su iglesia de Santa María del s.XVII posee en su altar mayor uno de los más bellos retablos de la provincia y pueden visitarse la ruinas de alcazaba musulmana) s.VIII-X), camino de la vecina Bayarque y es interesante también visitar el sitio medieval de Tíjola la Vieja rodeada de cuatro cerros, con el río Bacares al oeste y la actual villa al este.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Turre 91

A las puertas de Sierra Cabrera, Turre nos indica el camino para apreciar una de las tierras más espectaculares y sin embargo desconocidas de Almería. El Área Recreativa “La Limera” por el desvío Cortijo Grande en dirección a la pista forestal Arroyo Morena, a 8 Km de Turre es un lugar perfecto para apreciar la grandeza de su bosque. Pueblos moriscos habitaron la sierra y sus trazas podemos observar en Teresa, con restos de su mezquita, molinos hidráulicos y acueductos y en Cabrera, podremos apreciar también otras reliquias de tiempos musulmanes. Pero quizás, la ruta más espectacular es la que sube a El Jalí (PR-A-370), y con parajes fotografiados en la tercera entrega de Indiana Jones. Pasaremos por ramblas, lagunas, cortijos abandonados y nos regalará en la cima Arraez de una vistas inolvidables que llegan hasta el cabo Cope de Murcia. Turre tiene su feria en honor a San Francisco de Asís, con sus corridas de cintas a caballo donde las mozas esperan verse correspondidas.

La guardiana de Sierra Cabrera

Turrillas 92 En la ladera de sierra Alhamilla, es el balcón perfecto para apreciar la grandeza de paisaje del campo de Tabernas. Desde su mirador, situado unos metros más arriba de su querida ermita de San Antonio, vemos el telón de las sierras de Gádor, Nevada y los Filabres con el desierto como contraste perfecto. Turrillas dispone de una iglesia, la de Santa María (s.XVI), con su torre defensiva, recuerdo de los tiempos de la batallas entre moros y cristianos. Estas son representadas en una mezcla de juego, festejo y drama en las fiestas de San Antonio, cada 13 de junio, donde se realiza una procesión de vecinos y otra de vehículos antiguos, que llenan de glamour las calles de este recoleto pueblo. Sus embutidos son otra de sus razones de visita, que curan tras la matanza de noviembre y que podremos probar junto a platos primorosos en su único y venerado restaurante.

El balcón de Alhamilla

49


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

93 Uleila del Campo Un balcón de cine

Uleila del Campo mantiene su perfil de pueblo que podríamos localizar a lo largo de todo el Mediterráneo. Fue famosa por prestar sus blancas casas a simular un pueblecito siciliano en Patton y hoy sigue siendo sorprendente conocerla. Su iglesia parroquial de Santa María destaca con su torre campanario terminada en cúpula, tan diferente de la torres fortaleza de sus vecinos pueblos. Uleila tiene balcones para mirar el campo que se extiende hasta la Sierra de los Filabres y con el cerro de Monteagud de límite, coronándolo el santuario de Santa María de la Cabeza. Un ejemplo es el mirador de la Umbría, con los almendros en flor pintando de blanco todo el campo cada febrero. Uleila posee un importante yacimiento arqueológico del neolítico en Cueva de la Mora, a los pies del cerro de Monteagud, en una zona rocosa con un barranco escarpado, protegiendo este refugio natural.

94 Urrácal Belleza morisca

50

La sierra de las Estancias es una gran desconocida, para muchos almerienses. De perfiles mas amables que sus hermanas Filabres y Sierra Nevada, las Estancias tiene un Urrácal el lugar idóneo para conocerla mejor. Un pueblecito que mantiene su estructura morisca, apiñado entorno a su plaza de la Constitución que irradian las calles como una estrella. Conocer su entorno, de bosque de pinares alternado por bonitos desfiladeros y barrancos es el sendero circular que llaman de la Escarihuela que, saliendo del pueblo, lleva al refugio del mismo nombre para luego en dirección oriental, llegar al Mirador de la Cerrá. Cerca del río se encuentra el área recreativa de “El Castillico”, a medio kilómetro del pueblo, muy agradable en la primavera. Sus embutidos bien curados por el aire limpio de las Estancias le hace dar calidad a sus guisos de cuchara como el cocido de morcilla. Por San Blas, el 3 y 4 de febrero, tiene sus fiestas.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Velefique 95 Es uno de los pueblos de pizarra que asoman en la falda sur de los Filabres y que se muestra tras una carretera de vértigo, que ha inmortalizado la televisión en las etapas de la Vuelta que ha discurrido por sus intrincadas curvas. La Tetica de Bacares, el techo filabreño está accesible a primera vista y por pistas de tierra que nos muestra la grandeza de una sierra colosal. Recomendable es su área recreativa “Fábrega”, a 14 Km dirección Bacares, que nos lleva cerca del alto que da su nombre el pueblo y que en invierno no es raro verlo cubierto de nieve y su puerto, cerrado. Velefique tiene los restos de su alcazaba nazarí así como del antiguo poblado morisco. Sus fiestas patronales en honor de San Roque durante los días del 13 al 17 de agosto son el punto de encuentro de vecinos, amigos y forasteros, con sus fiestas de moros y cristianos.

Rozando el cielo

Vélez Blanco 96 Pocos pueblos de Almería pueden reunir el atractivo de Vélez Blanco, pues une monumentalidad con encanto rural y entorno natural excepcional. Así, nos encontramos de entrada, con la cueva de los Letreros, una joya rupestre con diversas pinturas esquemáticas que se repetirán en otras como las de Ambrosio, el Ciervo, la Grapa, el Gabar o la Muela Chica, por poner solo unos ejemplos. En la villa, la iglesia parroquial de Santiago mezcla varios estilos y cobija el Santo Cristo de Yedra, protagonista de sus fiestas patronales, la segunda semana de agosto, con una exhibición de fuegos espectacular desde su castillo renacentista. Al lado del mismo, los restos de la primitiva iglesia de la Magdalena, sobre la antigua mezquita, muestra una estampa indudablemente romántica. En su centro de visitantes del Almacén del Trigo nos indican perfectamente las rutas a seguir hacia el Parque Natural de Sierra María, completando su oferta con su generosa gastronomía un destino preferente de turismo de interior.

El destino perfecto

51


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

97 Vélez Rubio Variedad monumental

Vélez Rubio es la cabeza de la comarca y un lugar donde poder realizar rutas que nos pueden llevar por su casco urbano y admirar lugares como la catedralicia iglesia de la Encarnación donde, en su entorno, podemos encontrar algunas casas y mansiones típicamente velezanas, de los siglos XVIII y XIX que coexisten armoniosamente con otras, más recientes, pero con idénticos signos constructivos. Desde la plaza donde esta el hostal restaurante Zurich podemos bajar hacia la rambla donde están dos fuentes muy queridas por los velezanos, la del Perro y la del Gato, en donde los vecinos van a comer sus hornazos por San José. Desde allí seguimos hacia el paraje de Ginte que nos lleva a un antiguo complejo defensivo de época nazarí, la fortaleza de Velad Al-Ahmar, sobre el Cerro del Castellón, separada del núcleo de población por el río Chirivel. En Navidades, Vélez Rubio celebra su tradicional encuentro de Cuadrillas, tradición centenaria que comparte con los pueblos cercanos.

98 Vera

Señorial y sabrosa

52

Si el verano, Vera se ofrece generosa en sus limpias playas fuera de el aparece como una villa con historia y con el gancho especial de su gastronomía, con dos afamados restaurantes que ya son referencia mas allá de nuestras fronteras. Vera se tuvo que reinventar tras el terremoto de 1518 que destruyó su antigua asentamiento desde tiempos romanos, en el Cerro de la Cruz y donde aún se conservan vestigios del mismo. En la zona nueva, dispone de una interesante Iglesia de la Encarnación, del escaso gótico que hay en Almería y que con sus detalles mudéjares, crea una curiosa fusión. El convento de Nª Sª de la Victoria es otra de sus interesantes piezas monumentales, datando del siglo XVII, es ahora auditorio y museo de los Padres Mínimos, sus primeros dueños. La Ermita de la Virgen de las Angustias, patrona de la Ciudad, es un pequeño templo de estilo neogótico que guarda en su interior la imagen de la patrona que festejan el 10 de junio, teniendo su feria por San Cleofás, el 25 de septiembre.


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

Viator 99

Viator, en la entrada a la capital, es un pueblo de contrastes que camina entre el presente y sus costumbres de pueblo de siempre y que vive al lado del lecho del Andarax, en un paisaje de barrancos y ramblas a su alrededor, circunscrito por la autovía que lo rodea. Sus fiestas de la Virgen de las Angustias el último fin de semana de octubre son cada vez más concurridas por su fiesta de la longaniza, coincidiendo con la matanza y es punto de encuentro en su plaza mayor para disfrutar de tan preciadas chacinas. Viator fue lecho de mar y en su espacio donde se encuentra la base militar de la Legión, se descubrió un esqueleto de ballena de casi tres millones de años de antigüedad, que nos indicaba su pasado submarino y que se expone en el centro de Interpretación Paleontológica, siendo posiblemente el fósil más completo que existe de este tipo de cetáceo en España.

Una ballena con historia

Vícar 100

Vícar ocupa un lugar central en el Poniente, que ellos mismos llaman con orgullo corazón. Un pueblo con espíritu de ser ciudad, con un crecimiento imparable en los últimos años pero que no olvida su origen, en ese pueblecito alpujarreño que es Vícar Villa, con su iglesia fortaleza de San Benito y que guarda maravillas para el senderista como el tramo de los acueductos de Carcauz, de posible origen romano y que fueron testigo de películas como Conan. Se puede llegar fácilmente saliendo por la salida 420 de la A-7y, tras subir por un camino rural, dejamos el coche cuando comienzan una serie de curvas y, en un kilómetro y medio, llegamos al objetivo. Vícar tiene sus fiestas en honor del Santo Cristo de la Salud, el tercer domingo de septiembre y celebran la romería de pescadores el 30 de junio. En contraste con estas tradiciones, Vícar desde años es un referente de los artistas y tribus urbanas en el Hip Hop Street Festival, en el mes de enero.

Un pueblo de pueblos

53


Almería - 102 Destinos de Turismo de Interior

101 La Mojonera Fusión de culturas

El municipio más joven de Almería, que se separó de Felix en 1984, su nombre tiene origen posiblemente en la frontera de las antiguas provincias romanas o bien como frontera de las divisiones administrativas nazaríes de sus provincias o tahás. La Mojonera es una frontera donde comienza un municipio moderno, fruto del plan de colonización que dio un vuelco a la estructura económica de la zona y que mantiene referencias como su iglesia de estilo moderno y que recepciona múltiples nacionalidades y que le dan un carácter único que vive por y para la agricultura intensiva. A las sus fiestas patronales en honor a San Pedro y la Virgen de Fátima, las fiestas del Viso a primeros de septiembre y las fiestas del Cosario se une la fiesta del Ramadán, entre otros ritos, debido a la alta presencia de trabajadores inmigrantes, enriqueciendo su cultura festiva. Otras celebraciones importantes del municipio son las cruces de mayo, los carnavales o las tradicionales hogueras de San Antón.

102 Zurgena Abrazado al Almanzora

54

Entre ramblas y vegas que contrastan con la sierra a la que se arrima, Zurgena destaca en uno de los meandros del Almanzora, entorno a su torre del reloj, que vigila desde una pequeña loma sus dos barrios, el de Zurgena a un lado del río y de la Alfoquía al otro y que sirvió su campana como reparto de las aguas de riego de la vega. Su iglesia parroquial de San Ramón Nonato es del siglo XVI y la ermita del Calvario del XVIII que se erigió tras aparecérsele la Virgen a un humilde pastor en una pequeña loma de pinares, hoy urbanizada. Su entorno natural se ofrece a la perfección si hacemos una sencilla ruta en dirección sur, hacia el cerro del Calderón. Genistas, matagallos, albaidas y tarays nos irán apareciendo al lado de pinares autóctonos y donde iremos viendo antiguos cortijos abandonados. Su feria y fiestas, son a finales de agosto y destacan su repostería, como los mantecados y roscos de naranja.


Almería - Parques y Parajes Naturales

Parque Natural

Cabo de Gata - Níjar

Con una extensión de 49.512 kilómetros cuadrados siendo de territorio marino 12.012, fue creado en 1987, siendo el primer Parque Natural marítimo-terrestre de Andalucía que incluye una de las franjas costeras de mayor belleza del Mediterráneo.Dispone de tramo de litoral jalonado por acantilados, calas pequeñas y solitarias, extensas playas y arrecifes. Las condiciones climáticas de sequedad de Cabo de Gata son semejantes a las que existen en extensos territorios de Africa del Norte o de Oriente Medio, lo que identifica este lugar como el enclave más árido de la Europa Occidental. Pero, sin embargo, encierra formas de vida animal y vegetal muy peculiares, que han logrado adaptarse a extremas condiciones de aridez.

56


Almería - Parques y Parajes Naturales

Parque Natural

Sierra Nevada

Enclavado en la parte central de la Cordillera Penibética, el macizo de Sierra Nevada constituye la más extensa de las áreas montañosas ibéricas dotadas de unidad estructural propia. Denominada por los árabes de la Edad Media como “Sierra del Sol”, alberga no sólo una de las floras mas valiosas de todo el continente europeo, sino que además esconde un rico patrimonio cultural e histórico acumulado durante siglos. Sierra Nevada ocupa una considerable superficie de las provincias de Granada y Almería. El Parque Natural con una superficie de 172.238 hectáreas, de las que 85.883 son también Parque Nacional, incluye 60 municipios de las comarcas naturales de el Marquesado del Zenete, el Valle de Lecrín, la Sierra Nevada poniente, la cuenca del Río Nacimiento y, por último, la Alpujarra, la de mayor extensión y que fuera el último reducto morisco en el Reino de Granada.

57


Almería - Parques y Parajes Naturales

Parque Natural

Sierra María - Los Vélez

Con una extensión 33.562 kilómetros cuadrados, El Parque Natural de Sierra María-Los Vélez se sitúa en el extremo norte de la provincia de Almería. A pesar de la aridez propia del paisaje almeriense, Sierra María posee una espectacular belleza, sobre todo en invierno cuando sus agrestes cumbres aparecen cubiertas por la nieve. Dispone de una extensa y bien conservada masa forestal, especies vegetales únicas y más de cien especies de aves, forman parte del patrimonio natural de la Comarca de los Vélez, rica, además, en vestigios de antiguas culturas. El Parque se extiende por los términos municipales de María, Chirivel, Vélez-Blanco y Vélez-Rubio.

58


Almería - Parques y Parajes Naturales

Paraje Natural

Alborán

El Paraje Natural de Alborán es un enclave marítimo - terrestre de excepcionales valores ecológicos que está adscrito al municipio de Almería. Comprende el territorio de la Isla de Alborán, el Islote de la Nube y las aguas y fondos marinos que lo circundan, con una superficie de 26.457 hectáreas. Delfín miñar, coral rojo y aves migratorias.

59


Almería - Parques y Parajes Naturales

Paraje Natural

Sierra Alhamilla

El Paraje Natural Sierra Alhamilla se sitúa en los términos municipales de Almería, Lucainena de las Torres, Níjar, Pechina, Rioja y Tabernas de la provincia de Almería. Su superficie asciende a 8.500 hectáreas de zorro, gineta, jabalí, tejón y comadreja, y resaltar la diversidad y singularidad de especies de aves y encinares.

60


Almería - Parques y Parajes Naturales

Paraje Natural

Sorbas

El paraje es un terreno semidesértico de 2.375 hectáreas, en el que la acción milenaria de las aguas de lluvia sobre los yesos de la depresión de Sorbas ha ido dando lugar al modelado kárstico de este paisaje peculiar y ha originado un entramado de más de mil dolinas en superficie y otras tantas cavidades subterráneas, superpuestas hasta en siete niveles y comunicadas en su mayor parte. Alberga el 15% de las cavidades mundiales con desarrollos por encima de los 500 metros y la tercera, cuarta y quinta cueva más profunda en yesos.

61


Almería - Parques y Parajes Naturales

Paraje Natural

Desierto de Tabernas

El Paraje Natural Desierto de Tabernas se sitúa en los términos municipales de Tabernas, Gádor, Santa Cruz, Alboloduy y Gérgal de la provincia de Almería, entre las Sierras de los Filabres y Alhamilla. Su superficie asciende a 11.625 hectáreas. Está considerado como la única zona desértica propiamente dicha de todo el continente europeo.

62


AlmerĂ­a - Parques y Parajes Naturales

Paraje Natural

Punta Entinas - Sabinar

Se localizan en el extremo suroccidental de nuestra provincia, en el tĂŠrmino municipal de El Ejido. Se extienden desde el Faro de Sabinar hasta la urbanizaciĂłn de Almerimar, quedando delimitados al norte por una antigua terraza marina conocida como Los Alcores. En sus charcones se refugian importantes comunidades de avifauna tanto residentes como migratorias.

63



Almeria 102 destinos