Page 1

APOCALIPSIS Αποκάλυψις (Retirar el velo)


<<Un Ángel del Señor habló así a Felipe: “Levántate y marcha hacia el sur por el camino que baja de Jerusalén a Gaza. Es desierto”. Se levantó y partió. Y he aquí que un etíope eunuco, alto funcionario de Candace, reina de los etíopes, que estaba a cargo de todos sus tesoros, y había venido a adorar a Jerusalén, regresaba sentado en su carro, leyendo al profeta Isaías. El Espíritu dijo a Felipe: “Acércate y ponte junto a ese carro”. Felipe corrió hasta él y le oyó leer al profeta Isaías; y le preguntó: “¿Entiendes lo que vas leyendo?” Él respondió: ¿Cómo lo puedo entender si nadie me lo explica?” Y rogó a Felipe que se subiera y se sentase con él… Felipe tomó la palabra y, partiendo de este pasaje de las Escrituras, le anunció la Buena Noticia de Jesús>>. (Hch 8, 26-35 ss)


INTRODUCCIÓN GENERAL


Hacer una lectura mรกs fiel del texto

AUTOR Y SU CONTEXTO Ayer

El diรกlogo entre la realidad de ayer y la de hoy es lo que hace que la luz del texto escrito desde la realidad de ayer pueda ser proyectada en nuestra realidad de hoy.

Apocalipsis

Entonces podremos escuchar a Dios que nos habla en nuestro presente y en mi realidad concreta de la misma manera que hablรณ a nuestros antepasados en la fe y en la alianza.

NOSOTROS CONTEXTO Hoy

Escuchar a Dios que nos habla en nuestro presente


Panorama del Nuevo Testamento AUTOR Y SU CONTEXTO

El Apocalipsis es literatura de perseguidos NERON

Persecuciones y martirio

Iglesia naciente Y misionera

33

Hechos de los apóstoles

Antiguo Testamento Daniel Isaías 25-27 Ez 1-3; 36-48 Zac 7-14 Apócrifo de Henoc

DOMICIANO

50

Escritos del N.T

Años 50 Cartas paulinas 1 y 2 Tesalonicenses Año 65 Evangelio de Marcos 70-80 Evangelio de Mateo, Lucas y Hechos de los Apóstoles 90 Evangelio de Juan 95-100 Apocalipsis


GÉNERO LITERARIO

“Revelación de Jesucristo; se la concedió Dios para manifestar a sus siervos lo que ha de suceder pronto; y envió a su Ángel para dársela a conocer a su siervo Juan, el cual ha atestiguado la Palabra de Dios y el testimonio de Jesucristo: todo lo que vio. Bienaventurado el que lea y los que escuchen las palabras de esta profecía y guarden lo escrito en ella, porque el Tiempo está cerca”. (Ap 1, 1-3)

Apocalíptica y Profecía Los apocalípticos se sienten herederos de los profetas, y así lo ha resaltado Juan (autor del Apocalipsis Cristiano). Hay diferencias entre ambas tradiciones (apocalíptica y profética). • Los profetas critican la infidelidad de los pueblos porque quieren transformar la historia; los apocalípticos tienden a pensar que la historia ha perdido su sentido, de manera que Dios debe destruirla, creando un mundo más justo para los creyentes. • Los profetas apelan a la libertad y responsabilidad humana; la apocalíptica promete la presencia de seres sobrehumanos (ángeles y demonios) que deciden el futuro de la humanidad. • Los profetas quieren influir en la obra histórica de Dios y buscan la respuesta fiel de los creyentes; los apocalípticos piensan que la hora final está decidida de antemano, de manera que los creyentes sólo pueden aguardar el tiempo final para el juicio.

∗Pikaza, Xavier. Apocalipsis. Edt. Verbo Divino. Pág 13-15.


ESTRUCTURA LITERARIA PRÓLOGO 1, 1-8

EPÍLOGO 22, 6-21

Visión del Hijo de Humano la carta a las siete Iglesias 1, 9-3, 22 Dios-Rey Visión del trono 4, 1-11 Cordero degollado 5, 1-14 Siete sellos 6, 1-7, 17 Siete trompetas 8, 1-9, 21 Interludio. Libro profético y testigo Mesiánico 10, 1-11, 14

Bodas mesiánica 21-22 Juicio de Dios. Reino Eterno 20, 7-15 Triunfo de Cristo 19, 11-20,6 Babel la prostituta 17, 1-19,10 Siete copas 15, 1-16, 21 Interludio. Evangelio eterno 14, 1-20

MUJER Y EL DRAGÓN, las dos Bestias 11, 15-13, 18 Revelación de Dios (Mujer con el Hijo) y desvelamiento de los poderes del mal: Dragón con sus Bestias


Actitudes necesarias para la lectura del Apocalipsis

“Caí en éxtasis el día del Señor, y oí detrás de mí una gran voz, como de trompeta, que decía: «Lo que veas escríbelo en un libro y envíalo a las siete Iglesias” (Ap 4, 10-11) "oír": en las Sagradas Escrituras el oído es una parte del cuerpo, pero no el órgano del oído propiamente dicho. El órgano que registra los razonamientos y órdenes no es el cerebro sino el oído como órgano de la escucha y comprensión. El oído es el instrumento mediante el cual uno se apropia del conocimiento sapiencial o sea la sabiduría y no tanto la razón. "prestar oído" es la aplicación solícita a la percepción. Al mismo tiempo es estar atentos, comprender, asimilar, en definitiva querer lo que la sabiduría enseña. Por esto la expresión del N.T "el que tenga oído para oír que oiga" es una llamada a despertar, es un estimulo. En el Apocalipsis es oír lo que el Espíritu habla a las iglesias. El mensaje del Espíritu no es evidente a primera vista, está como expresado en códigos. Lo podrá comprender el o la que tenga la capacidad de la escucha atenta, de interpretar, de decodificar lo que el E.S quiere comunicar. (Ugo Vanni)

Ver: Los ojos son las ventanas del alma. Representan el entendimiento y la comprensión (Números 10:31; Salmo 123:2). Es símbolo de la dirección, la percepción y la inteligencia divinas (1:14; 4:6, 8; 21:4).


Lenguaje simbólico Los símbolos son ventanas que dan luz; sugieren las verdades y las ideas de acuerdo con su relación o asociación. La palabra símbolo viene de dos palabras griegas: Syn, que significa "con", y ballein, que significa "lanzar," y en combinación sugieren "lanzar juntos". El Apocalipsis es un libro con una gran riqueza simbólica. 1.Símbolos teriomórficos: Tomados de la creación animal : caballos (Poder, guerra, conquista…), Cordero (Cristo), serpiente (astucia satánica)… 2. Símbolos cromáticos: Algunos colores tienen equivalencias concretas que trascienden la materialidad del color mismo. Blanco: Color de la pureza divina, de victoria… El rojo: El color demoníaco, de la sangre representa la furia con la que se llevarán a cabo las terribles guerras que ensangrentarán a la humanidad. Este es también el color correspondiente a Satanás 3.Símbolos tomados del reino mineral: El bronce (cobre) Soporta la prueba de fuego, por lo que simboliza la resistencia. El oro — El más precioso de los metales. Se relaciona especialmente con la divinidad. 4.Símbolo aritmético: Este ocupa en el Apocalipsis un lugar privilegiado. 7: plenitud, totalidad. 3 y medio: una totalidad a medias, parcial. 1000: la totalidad propia del nivel de Dios y de la acción de Cristo. 6: Imperfección 5.Símbolos cósmicos…


LA FIGURA HUMANA EN EL APOCALĂ?PSIS

Vanni, Ugo. El hombre del apocalipsis. Edt. San Pablo y Pont. Universidad Javeriana. 2011


Cara-Prosopon

Es la presencia compacta de la persona. Toda la persona está condensada en la cara. Por eso la expresión rostro en tierra , indica que es toda la persona puesta en actitud de adoración.

Cabeza-kephale

Es la cede de la vitalidad y también representa el poder.

Ojos-ophthalmos

Representan el entendimiento , la comprensión, la percepción

Boca-stoma

Se encarga de poner al hombre en contacto con el Libro (10, 9) Se refiere al paso de lo interno a lo externo y de lo externo a lo interno

Orejas-oído

Es el paso de lo exterior a lo interior que se elabora en la mente nus.

Mano- cheir

La mano señala la actividad múltiple de los hombre (6,5; 7,9; 9,20; 13, 16; 14, 9; 20, 4), la actividad impresionante de los ángeles (10, 2) y la actividad del proyecto creativo de Dios en Cristo que tiene el rollo de la historia en sus manos. (5, 1) de Dios, de los ángeles y de los seres humanos Derecha: tiene el poder, la fuerza, el dominio.

Pie- pus

Estar atento (autor); fuerza nueva que da la vida en Cristo (11, 11); dominio (12, 1) fuerza aplastante que presiona (13, 2). El simbolismo de los pies también se refiere a Cristo resucitado (1, 15 que entra en contacto con la persona y la transforma.

La figura humana está continuamente ante los ojos del autor que la mira de manera detallada. Esta mirada no es pasiva, al contrario lo lanza siempre a algo más profundo hasta alcanzar el mundo super-humano


INTRODUCCIÓN DEL LIBRO PRÓLOGO SALUDO

1, 1-3 1, 4-8


PRÓLOGO

1, 1-3

1 Revelación de Jesucristo; se la concedió Dios para manifestar a sus siervos lo que ha de suceder pronto; y envió a su Ángel para dársela a conocer a su siervo Juan, 2 El cual ha atestiguado la Palabra de Dios y el testimonio de Jesucristo: todo lo que vio. 3 Bienaventurado* el que lea y los que escuchen las palabras de esta profecía y guarden lo escrito en ella, porque el Tiempo está cerca.

El título que se le da al libro REVELACIÓN DE JESUCRISTO

*Esta es la primera de las siete bienaventuranzas que tiene el libro y está dirigida a los que lo leen, escuchan y cumplen

Dios Lo da

a Jesús Para sus siervos

Envía un Ángel

Dar a conocer ha Juan que ha visto

Comunidad Hoy a nosotros


Saludo

1, 4-8

Litúrgico

Juan

Asamblea Juan Asamblea Dios

4 Juan, a las siete Iglesias de Asia. Gracia y paz a vosotros de parte de «Aquel que es, que era y que va a venir», de parte de los siete Espíritus que están ante su trono, 5 y de parte de Jesucristo, el Testigo fiel, el Primogénito de entre los muertos, el Príncipe de los reyes de la tierra. Al que nos ama y nos ha lavado con su sangre de nuestros pecados 6 y ha hecho de nosotros un Reino de Sacerdotes para su Dios y Padre, a él la gloria y el poder por los siglos de los siglos. Amén. 7 Mirad, viene acompañado de nubes: todo ojo le verá, hasta los que le traspasaron, y por él harán duelo todas las razas de la tierra. Sí. Amén. 8 Yo soy el Alfa y la Omega, dice el Señor Dios, «Aquel que es, que era y que va a venir», el Todopoderoso.


Juan Asamblea El saludo a las iglesias, es al mismo tiempo una confesión de fe personal y comunitaria (asamblea) en la acción Trinitaria de Dios.

4 Juan, a las siete Iglesias de Asia. Gracia y paz a vosotros de parte de «Aquel que es, que era y que va a venir», de parte de los siete Espíritus que están ante su trono, 5 y de parte de Jesucristo, el Testigo fiel, el Primogénito de entre los muertos, el Príncipe de los reyes de la tierra. Al que nos ama y nos ha lavado con su sangre de nuestros pecados 6 y ha hecho de nosotros un Reino de Sacerdotes para su Dios y Padre, a él la gloria y el poder por los siglos de los siglos. Amén. 7 Mirad, viene acompañado de nubes: todo ojo le verá, hasta los que le traspasaron, y por él harán duelo todas las razas de la tierra. Sí. Amén. 8 Yo soy el Alfa y la Omega, dice el Señor Dios, «Aquel que es, que era y que va a venir», el Todopoderoso.


Es el remitente Destinatarias Saludo cristiano

De parte de: «Aquel que es, que era y que va a venir»: Se hace una alusión al Ex 3, 14. Dios es: Presente (es) , pasado (era), futuro (vendrá) de los siete Espíritus: Son la misma Acción múltiple y unitaria de Dios, Poder Perfecto “7” “de parte de Jesucristo, el Testigo fiel, el Primogénito de entre los muertos, el Príncipe de los reyes de la tierra”.

4 Juan, a las siete Iglesias de Asia. Gracia y paz a vosotros de parte de «Aquel que es, que era y que va a venir», de parte de los siete Espíritus que están ante su trono, 5 y de parte de Jesucristo, el Testigo fiel, el Primogénito de entre los muertos, el Príncipe de los reyes de la tierra. Al que nos ama y nos ha lavado con su sangre de nuestros pecados 6 y ha hecho de nosotros un Reino de Sacerdotes para su Dios y Padre, a él la gloria y el poder por los siglos de los siglos. Amén. 7 Mirad, viene acompañado de nubes: todo ojo le verá, hasta los que le traspasaron, y por él harán duelo todas las razas de la tierra. Sí. Amén. 8 Yo soy el Alfa y la Omega, dice el Señor Dios, «Aquel que es, que era y que va a venir», el Todopoderoso.


“ Yo soy el Alfa y la Omega, dice el Señor Dios, «Aquel

que es, que era y que va a venir», el Todopoderoso”.

Α PANTO-KRATOR (Total) (poder)


Ap 1, 9-3, 22 VISIÓN DE CRISTO GLORIFICADO CARTA A LAS SIETE IGLESIAS


VISIÓN DE CRISTO GLORIFICADO

1, 9-20

9 Yo, Juan, vuestro hermano y compañero de la tribulación, del Reino y de la paciencia, en Jesús. Yo me encontraba en la isla llamada Patmos, por causa de la Palabra de Dios y del testimonio de Jesús. 10 Caí en éxtasis el día del Señor, y oí detrás de mí una gran voz, como de trompeta, que decía: 11 «Lo que veas escríbelo en un libro y envíalo a las siete Iglesias: a Éfeso, Esmirna, Pérgamo, Tiatira, Sardes, Filadelfia y Laodicea». 12 Me volví a ver qué voz era la que me hablaba y al volverme, vi siete candeleros de oro, 13 y en medio de los candeleros como a un Hijo de Hombre, vestido de una túnica talar, ceñido al talle con un ceñidor de oro. 14 Su cabeza y sus cabellos eran blancos, como la lana blanca, como la nieve; sus ojos como llama de fuego ; 15 sus pies parecían de metal precioso acrisolado en el horno; su voz como voz de grandes aguas. 16 Tenía en su mano derecha siete estrellas, y de su boca salía una espada aguda de dos filos; y su rostro, como el sol cuando brilla con toda su fuerza. 17 Cuando lo vi, caí a sus pies como muerto. El puso su mano derecha sobre mí diciendo: «No temas, soy yo, el Primero y el Ultimo, 18 el que vive; estuve muerto, pero ahora estoy vivo por los siglos de los siglos, y tengo las llaves de la Muerte y del Hades. 19 Escribe, pues, lo que has visto: lo que ya es y lo que va a suceder más tarde. 20 La explicación del misterio de las siete estrellas que has visto en mi mano derecha y de los siete candeleros de oro es ésta: las siete estrellas son los Ángeles de las siete Iglesias, y los siete candeleros son las siete Iglesias.


9 Yo, Juan, vuestro hermano y compañero de la tribulación, del reino y de la paciencia, en Jesús.

Se presenta en nombre propio; no es alguien desconocido es hermano y compañero de los destinatarios

Yo me encontraba en la isla llamada Patmos, por causa de la Palabra de Dios y del testimonio de Jesús.

Lugar desde donde escribe y su situación. Está allí por causa de la Palabra y el testimonio de Cristo. (Contexto de persecución y exilio)

10 Caí en éxtasis el día del Señor, y oí detrás de mí una gran voz, como de trompeta, que decía: 11 «Lo que veas escríbelo en un libro y envíalo a las siete Iglesias: a Éfeso, Esmirna, Pérgamo, Tiatira, Sardes, Filadelfia y Laodicea».

Juan, en el exilio no cae en depresión sino todo lo contrario; en el día del Señor él encuentra el sentido a su vida y a su misma situación; afina su oído para escuchar la Voz que le habla y poder escribir y comunicar su experiencia a todos los cristianos y fija su mirada (la Palabra se hace imagen) en lo que está a punto de revelarse para escribirlo a la totalidad de las iglesias “7”. (La imagen se hace Palabra). Juan debe escribir y enviar.


12 Me volví a ver qué voz era la que me hablaba y al volverme, vi siete candeleros de oro,

La menorah o lámpara de siete brazos, ardía noche y día ante el Santo en el templo de Jerusalén. Representaba la luz de Dios y la presencia agradecida del pueblo. Ahora estas luces rodean y alumbran a un Hijo de Humano. Dios mismo se manifiesta a la Iglesia en Cristo Resucitado .

Túnica larga: Honor 13 y en medio de los candeleros como a un Ceñidor de oro: Dignidad y realeza. El oro Hijo de hombre, vestido de una túnica talar, representa la divinidad. Su cabeza y sus cabellos eran blancos: (Dn ceñido al talle con un ceñidor de oro. 14 Su cabeza y sus cabellos eran blancos, 7) Cristo se muestra Divino) como la lana blanca, como la nieve; sus sus ojos como llama de fuego (Dn 10, 6; Ap 2, 18) sus pies parecían de metal precioso ojos como llama de fuego ; acrisolado en el horno (Dn 10, 6; Ez 1, 27) 15 sus pies parecían de metal precioso Cristo pascual. acrisolado en el horno; su voz como su voz como voz de grandes aguas: Voz voz de grandes aguas. fuerte que han de escuchar todos los pueblos

16 Tenía en su mano derecha siete estrellas, y de su boca salía una espada aguda de dos filos; y su rostro, como el sol cuando brilla con toda su fuerza.

Siete estrellas: Cristo es el Señor del cosmos. La vida está en sus manos y el tiene el poderío. de su boca salía una espada aguda de dos filos: (Is 11, 4; 49, 2; eb 4, 11; 2 Tes 2, 9) su rostro, como el sol: Cristo es la luz divina que alumbra, por tanto ya no reinará la oscuridad.


Reacción humana muy natural en las teofanías Jue 6, 22-23; 13; Is 6, 5-7) Jesús, el Cristo Divino se presenta, el viviente, el Señor del cosmos, el que tiene las llaves del Hades pues descendió a lo más profundo del lugar de la muerte Y ahora puede abrir las puertas de la vida a los que han muerto. Las llaves simbolizan conocimiento, derecho de autoridad y gobierno divino

Mandato: has visto a Jesús ahora debes anunciarlo

17 Cuando lo vi, caí a sus pies como muerto. El puso su mano derecha sobre mí diciendo: «No temas, soy yo, el Primero y el Ultimo, 18 el que vive; estuve muerto, pero ahora estoy vivo por los siglos de los siglos, y tengo las llaves de la Muerte y del Hades. Escribe, pues, lo que has visto: lo que ya es y lo que va a suceder más tarde. 20 La explicación del misterio de las siete estrellas que has visto en mi mano derecha y de los siete candeleros de oro es ésta: las siete estrellas son los Ángeles de las siete Iglesias, y los siete candeleros son las siete Iglesias.


CARTA A LAS SIETE IGLESIAS


1 Al Ángel de la Iglesia de Éfeso, escribe: Esto dice el que tiene las siete estrellas en su mano derecha, el que camina entre los siete candeleros de oro.

Quién escribe y nombre de la iglesia a la que la carta va dirigida Imagen de Cristo

2 Conozco tu conducta: tus fatigas y paciencia; y que no puedes soportar a los malvados y que pusiste a prueba a los que se llaman apóstoles sin serlo y descubriste su engaño.

3 Tienes paciencia: y has sufrido por mi nombre sin

Juicio contra la iglesia Obras positivas y negativas

desfallecer. 4 Pero tengo contra ti que has perdido tu amor de antes.

5 Date cuenta, pues, de dónde has caído, arrepiéntete y vuelve a tu conducta primera. Si no, iré donde ti y cambiaré de su lugar tu candelero, si no te arrepientes.

Llamada o exhortación

6 Tienes en cambio a tu favor que detestas el proceder de los nicolaítas, que yo también detesto.

7 El que tenga oídos, oiga lo que el Espíritu dice a las Iglesias: al vencedor le daré a comer del árbol de la vida, que está en el Paraíso = de Dios.

Oír lo que dice el Espíritu

Promesa


Estructura : CARTA A LAS SIETE IGLESIAS IGLESIA

Éfeso 2, 1-7

Esmirna 2, 11-17

Pérgamo 2, 11-17

Tiatira 2, 18-19

Sardes 3, 1-6

Filadelfia 3, 7-13

Laodicea 3, 14-22

Tiene siete astros, pasea entre siete candelabros

Primero y último, estuvo muerto y revivió

Tiene la espada de dos filos en la boca

Hijo de Dios con ojos de fuego y pies de bronce

Tiene siete Espíritus de Dios y siete astros

Santo, verdadero, con la llave de David

El Amén, testigo fiel y verdadero, el origen de todo

+resistencia - Ha perdido su amor primero

+resiste pobreza aunque es rica -no tiene

+fidelidad, martirio -nicolaitas balaamitas

+fidelidad y resistencia -jezabelitas

+pocos fieles -vive pero estás muerta

+fidelidad, resistencia -(no tiene defecto)

+(no tiene nada bueno) Tibieza, miseria…

Conviértete

No temas sé fiel

Conviértete

(prueba para jezabelitas)

Vigilancia, conviértete

Conserva lo que tienes

Sé ferviente y arrepiéntete

OÍR

Esto dice el espíritu…

Esto dice el espíritu…

Esto dice el espíritu…

Esto dice el espíritu…

Esto dice el espíritu…

Esto dice el espíritu…

Esto dice el espíritu…

PROMESA

Árbol de la vida, paraiso

Corona de la vida

Maná piedrecita con nombre nuevo

Poder, lucero del alba

Vestido blanco, libro de la vida

Ser columna, nombre nuevo

Cena con Cristo, sentarse en su trono

CRISTO

JUICIO Obras +positivas -negativas LLAMADA

∗Pikaza, Xavier. Apocalipsis. Edt. Verbo Divino. Pág 55.


ITINERARIO PENITENCIAL Se trata de que la iglesia se convierta

TIATIRA ¡Conserva la auténtica doctrina!

ÉFESO

ESMIRNA

PÉRGAMO

SARDES

FILADELFIA

LAODICEA

¡vuelve al amor primer!

¡Sé fiel hasta la muerte!

¡Cambia de conducta!

¡Estén vigilantes!

¡Mantente fiel!

¡Sal de tu tibieza!

Refleja las tensiones de las iglesias


“ Conozco tu conducta…” “Cuando Israel era niño, lo amé... Yo enseñé a caminar a Efraín, tomándolo por los brazos, pero ellos no sabían que yo los cuidaba. Con cuerdas humanas los atraía, con lazos de amor… me inclinaba hacia él y le daba de comer…” (Os 11, 1-4) “No temas, que yo te he rescatado, te he llamado por tu nombre. Tú eres mío… eres precioso ante mis ojos, y yo te amo” (Is 43, 1-4) “Señor , tu me examinas y me conoces… me has tejido en el vientre de mi madre… tus ojos veían mis hueso cuando yo era formado en lo oculto de la tierra…” (Sal 139) “A los que yo amo los reprendo y los corrijo. Anímate pues y cambia tu conducta…” (Ap 3, 19)


“Mira que estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y me abre la puerta, entraré en su casa y cenaré con él y él conmigo”. (Ap 3, 20)


¿Qué nos escribiría hoy a nosotros nuestro Ángel? DESTINATARIO

CRISTO JUICIO Obras +positivas -negativas LLAMADA OÍR (Espíritu Santo) PROMESA

YO

FAMILIA

COMUNIDAD PARROQUIAL

Apocalipsis (Introducción general)