Page 1

ISSN: 1853-9939

www.paradiplomacia.org

1    

Año 1. Número 2. Abril 2012


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia,  Año  1,  No.  2.     Buenos  Aires,  Argentina,  2012,  abril.     ISSN:1853-­‐9939     1.  Relaciones  internacionales.  2.  Gobiernos  subnacionales.     3.  Desarrollo  sustentable.  4.  Paradiplomacia.     5.  Cooperación  internacional  descentralizada.    

   

TIP (Trabajos  de  Investigación  en  Paradiplomacia).     Revista  académica  de  acceso  libre  y  gratuito.  Disponible  en:  http://www.paradiplomacia.org         Los  trabajos  incluidos  en  este  número  fueron  dictaminados  y  revisados  por  el  Consejo  Asesor  y   el   Equipo   Editorial   TIP.   Las   opiniones   expresadas   en   los   mismos   son   responsabilidad   de   los   autores  y  pueden  no  coincidir  con  aquellas  de  los  integrantes  de  TIP.             Todos   los   derechos   reservados.   Se   autoriza   la   reproducción   y   difusión   de   material   contenido   en   esta   revista   para   fines   educativos   u   otros   fines   no   comerciales   sin   previa   autorización   escrita   de   los   titulares   de   los   derechos   de   autor,   siempre   que   se   especifique   claramente   la   fuente.   Se   prohíbe   la   reproducción   del   material   contenido   en   esta   revista   para   reventa   u   otros   fines  comerciales  sin  previa  autorización  escrita  de  los  titulares  de  los  derechos  de  autor.  Las   peticiones  para  obtener  tal  autorización  deben  dirigirse  al  Director  y  al  Editor  de  TIP,  Charcas   5109-­‐D,   01425   Capital   Federal,   Buenos   Aires   (Argentina)   o   por   correo   electrónico   a   paradiplomacia@paradiplomacia.org.    

 

Diseño de  portadas:  Adriana  Roque  Cornejo  (2012).    

   

          Copyright  ©  2012,  Paradiplomacia.org   Buenos  Aires,  Argentina.  

2


CONTENIDO     Presentación     Laura  Vallejo…..………..………………………...…………..4         Mensaje  del  Director     Mancini………..………………………...…………..5   Nicolás     Introducción   Nahuel  Oddone  y  Horacio  Rodríguez.……………….6     Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales  en   el  contexto  de  la  Agenda  21     Thauan  Santos  y  Luan  Santos.……………..…………12     La  construcción  de  una  identidad  sostenible:  El   Congreso  Mundial  de  ICLEI  en  Belo  Horizonte  y  la   preparación  de  los  gobiernos  locales  para  la  Rio+20     Rafael  Pinto  da  Silva                              y  Laura  Oliveira  de  Medeiros………………………….28     La  paradiplomacia  ambiental  en  la  nueva  gobernanza   internacional                          Fernando  Rei,  Kamyla  Cunha  y                            Joana  Setzer….……..………………….…………..………..50     A  cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente:  a   experiência  da  rede  MERCOCIDADES                        Fabiana  Rita  Dessotti  Pinto,  Noemi  Galvão  y                          Thiago  Mattioli  Silva………..………………………………64     El  régimen  de  desechos  peligrosos  y  la  acción  de  los   gobiernos  locales:  Un  abordaje  teórico-­‐metodológico                          Eduardo  Augusto  Café  y                          Matilde  de  Souza…………………….………………….……78     La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos  en   el  conflicto  concerniente  a  las  empresas  de  celulosa  en   Uruguay:  De  lo  local  a  lo  internacional                            Armando  Gallo  Yahn  Filho….…………………..……..91     Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente:   Dimensión  internacional  de  la  política  ambiental  de  la   provincia  de  San  Luis                            Agustina  Rodríguez  Saá,  Pedro  Wouterlood                                Sapag  y  Rosendo  Alsina…………………………………111     El  papel  de  la  cooperación  internacional   descentralizada  en  el  Programa  de  Agricultura  Urbana     de  la  ciudad  de  Rosario                              Victoria  Arancibia……….……………………………….133       3   Semblanzas  curriculares………………………………………….151    

 

  DIRECTORIO     Nicolás  Mancini   Director     Horacio  Rodríguez  Vázquez   Editor     Gastón  Grizzo   Productor     Ana  Bossler   Asistente  del  Equipo  de  Edición     ISSN:  1853-­‐9939       Consejo  Asesor       Nahuel  Oddone     Tullo  Vigevani     Mark  Menaldo     Esther  Ponce  Adame     María  García  Pizarro     Manuel  Martínez  Justo      

www.paradiplomacia.org    

  TIP  (Trabajos  de  Investigación  en  Paradiplomacia).     Charcas  5109-­‐D,  01425  Capital  Federal,     Buenos  Aires,  Argentina.     E-­‐mail:  paradiplomacia@paradiplomacia.org      


P RESENTACION El   cambio   climático   es   el   mayor   problema   que   la   humanidad   enfrenta   y   con   el   paso   del   tiempo   se   agravará.   Sus   efectos   no   conocen   fronteras   políticas   y,   en   muchos   casos,   los   impactos   son   más   evidentes   a   nivel   local.   Casi   el   70%   de   la   población   mundial   vivirá   en   ciudades   en   las   próximas   dos   décadas,   por   lo   que   resulta   necesario   incorporar   activamente   a   los   gobiernos   subnacionales   en   los   esfuerzos   internacionales   de   adaptación   y   mitigación   al   cambio   climático,   así   como   en  el  manejo  sustentable  de  los  recursos  naturales.     El   presente   número   de   Trabajos   de   Investigación   en   Paradiplomacia   (TIP)   nos   da   la   oportunidad   de   conocer   experiencias   concretas   en   materia   de   sustentabilidad   y   proyección  internacional  que  distintos  actores  subnacionales  en  América  Latina  y  el   Caribe  han  implementado  o  se  encuentran  actualmente  en  proceso  de  ejecución.   El   momento   para   el   lanzamiento   de   este   trabajo   colectivo   no   podría   ser   más   atinado,   pues   tiene   lugar   en   la   cuenta   regresiva   ante   uno   de   los   eventos   internacionales   más   importantes   vinculados   a   la   sustentabilidad,   la   institucionalidad  y  la  economía  verde:  la  Cumbre  Río+20.     Sin   duda   alguna,   esta   segunda   edición   de   TIP   será   de   utilidad   para   las   personas   encargadas   de   formular   políticas   ambientales   a   nivel   sub-­‐nacional.   Asimismo,   los   textos   serán   una   fuente   importante   de   información   para   todas   aquellas   personas   interesadas   y   comprometidas   con   la   Agenda   21,   las   Convenciones   de   Río   (UNFCCC,   CBD  y  UNCD),  el  desarrollo  sustentable,  las  estrategias  de  mitigación  y  adaptación   al  cambio  climático  y  la  cooperación  internacional  descentralizada.       Hoy   por   hoy,   los   gobiernos   locales   se   empoderan   y   son   capaces   de   tomar   decisiones   muy   acertadas   sobre   su   propio   desarrollo.   Construyendo   redes   entre   ellos,  logran  acuerdos  con  impactos  regionales  que  tienen  resultados  relevantes  en   la   protección   del   medio   ambiente,   contribuyendo   así   con   una   mejora   para   la   presente  y  las  futuras  generaciones.        

Laura  Vallejo   Coordinadora  de  Proyectos.   Programa  de  Naciones  Unidas  para  el  Medio  Ambiente  (PNUMA),  México.  

4


M ENSAJE DEL DIRECTOR

       

Queridos amigos:           Es  muy  gratificante  dirigirme  a  ustedes   en   esta   oportunidad.   Este   segundo   número    de   TIP   tiene   un   gran   significado  para  nosotros:  se    trata  de  la   continuación   de   un   proyecto,   un   segundo   gran   paso   en   este   plan   que   pertenece   a   los   editores,   a   las   y   los   integrantes  del  Consejo  Asesor  y,  sobre   todo,   a   todas   aquellas   personas   que   escriben   en   cada   convocatoria.   Este   número   es   resultado,   también,   del   aporte   de   todas   y   todos   los   que   nos   escribieron   para   felicitarnos,   aconsejarnos   y   guiarnos   en   este   emprendimiento.   Para   todas   y   todos   ellos,  felicitaciones  y  muchas  gracias.       El   primer   número   de   TIP   asumió   como   su   principal   objetivo   presentar   a   la   “Paradiplomacia”,   sus   varias   facetas   y   dimensiones   a   través   de   distintas   miradas  de  los  actores  que  la  estudian  y   la   practican.   Esta   nueva   edición   tiene   por   eje   temático   a   las   relaciones   internacionales  de  los  gobiernos  locales   y   el   desarrollo   sustentable.   No   es   casual  que  hayamos  elegido  este  tema,   no   sólo   por   la   proximidad   de   los   eventos   de   Río+20   e   ICLEI   2012,   sino   porque   estamos   convencidos   que   una   de   las   mejores   aplicaciones   para   un   proyecto   de   cooperación   internacional   de  los  gobiernos  locales  es  el  desarrollo   sustentable   y   el   llamado   urban   planning.        

Quienes accedan  a  este  número  deben   saber   que   se   trata   de   un   trabajo   colectivo,   una   sumatoria   de   aportes   y   buenas   ideas   que   nos   llegan   de   varios   rincones   de   Iberoamérica.   Ya   sean   artículos,   consejos,   sugerencias,   ideas,   propuestas,   arte   gráfico,   traducciones,   capacidad   de   edición   y   cálidos   apoyos   que   nos   acompañan   para   seguir   adelante.       Las   ciudades   crecen,   el   espacio   es   reducido,  los  recursos  son  limitados,  las   personas   necesitan   una   mejor   calidad   de   vida,   el   nivel   de   polución   es   crítico;   pero,   al   mismo   tiempo,   las   tecnologías   se   adaptan,   las   sociedades   crean   conciencia,   se   organizan,   generan   proyectos   superadores   y   dichas   acciones   pueden   ser   replicadas.   Para   compartir   experiencias   existe   la   cooperación   descentralizada   y,   por   todo   ello,   este   nuevo   número   de   TIP,   busca   poner   en   valor   esta   gran   herramienta.       Esperamos   poder   inspirar   a   los   gobiernos   locales   para   aplicar   la   sustentabilidad  como  eje  transversal  de   sus   acciones   de   cooperación   internacional,   con   la   fuerza   de   nuestro   humilde   aporte   y   con   toda   la   fe   en   nuestro  trabajo.  ¡Muchas  gracias!         Nicolás  Mancini   Director  TIP   nicolas.mancini@paradiplomacia.org  

5


I NTRODUCCION

         

   

Nahuel Oddone  y  Horacio  Rodríguez  Vázquez  

Estamos

En ese   sentido,   es   posible   observar   que   la  interacción  del  hombre  con  el  medio   ambiente   ha   mutado   a   lo   largo   de   la   historia.   Desde   que   el   hombre   se   fue   trasladando   del   campo   a   la   ciudad,   es   decir,   desde   un   medio   rural   a   un   medio   urbano,   fue   cambiando   de   manera   constante   su   relación   con   los   recursos   naturales.  De   vivir   en   la   naturaleza   se   pasó   a   un   intento   por   “aprisionar”   la   naturaleza  en  los  espacios  urbanos.  Así,   en   la   actualidad   los   ecosistemas   se   recrean   y   se   “viven”   en   plazas,   en   parques,   en   el   museo   de   historia   natural,  en  el  zoológico  y/o  en  el  jardín   botánico;   la   naturaleza   se   vive   y   disfruta  encerrada.       Este   des-­‐aprendizaje   ha   puesto   al   hombre   frente   a   un   debate   ontológico   sobre   cómo   vivir   en   armonía   con   el   medio  ambiente  y  con  las  otras  formas   de  vida  que  lo  rodean,  a  las  que  tiende   a   dominar   o   destruir,   alterando   el   equilibrio   de   los   ecosistemas.   Este   debate   ontológico   se   ha   convertido   en   un   debate   sociológico   cuya   base   se   encuentra   en   la   convivencia   social   y   el   hábitat.       Desde   la   publicación   del   Informe   Brundtland,   donde   se   plasmó   la   necesidad   de   construir   "nuestro   futuro   común",   se   despertaron   una   serie   de   intereses   en   pos   de   satisfacer   las   necesidades   presentes   sin  

a pocos   días   de   la   Conferencia   de   Naciones   Unidas   sobre   Desarrollo   Sustentable   “El   Futuro   que   Queremos”,  la  cual  tendrá  lugar  en  Río   de  Janeiro,  Brasil,  del  20  al  22  de  junio   de   2012.   Este   evento,   comúnmente   conocido   como   Río+20,   ha   sido   considerado   por   Naciones   Unidas   como   “una  nueva  oportunidad  de  reflexionar   a   nivel   mundial   para   que   podamos   actuar   a   nivel   local   y   asegurar   nuestro   futuro  común”.         Previamente  a  la  Conferencia  Río+20,  la   Asociación  de  Gobiernos  Locales  por  la   Sustentabilidad   (ICLEI)   llevará   a   cabo   su   Congreso   Mundial   2012   en   la   ciudad   brasilera  de  Belo  Horizonte,  del  14  al  17   de  junio.  En  dicho  evento  se  abordarán   las   cuestiones   más   urgentes   que   afrontan   los   gobiernos   locales   y   las   zonas   urbanas   en   materia   de   políticas   públicas,   uso   eficiente   de   recursos,   huella   de   carbono,   resiliencia,   infraestructura   y   economía   verde.     Sin   duda,   el   Congreso   Mundial   del   ICLEI   representa   una   oportunidad   para   resaltar   la   importancia   de   los   gobiernos   subnacionales  en  la  operativización  del   concepto   de   desarrollo   sustentable,   mejorando   la   interacción   hombre-­‐ naturaleza   desde   lo   local  con   énfasis   en   lo  urbano.      

6  


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                                                                                Introducción  

comprometer   la   satisfacción   de   las   generaciones   futuras.   Es   decir,   que   el   desarrollo   presente   ("MI"   desarrollo)   no  sea  causa  de  la  pobreza  futura  (otra   pobreza   o   "TU"   pobreza);   una   tarea   imposible   de   realizar   sin   un   acuerdo   generalizado   entre   los   seres   humanos,   sin   el   fomento   de   "una   asociación   mundial  para  el  desarrollo".         La   inquietud   de   "reconceptualizar"   el   desarrollo,   materializada   en   los   Objetivos   de   Desarrollo   del   Milenio   (ODM),   implicó   la   inclusión   de   una   nueva   serie   de   actores,   indicadores   y   contenidos   que   deberían   abarcar   de   forma   integral   y   sistémica   el   quehacer   de   la   cooperación   internacional   y   el   desarrollo.         La   inclusión   de   nuevos   actores,   tanto   públicos   como   privados;   de   diferentes   niveles,  sean  subnacionales,  nacionales,   regionales   o   internacionales;   que   contribuyeran   a   la   realización   de   una   alianza  en  pos  de  la  gobernanza  de  los   ODM,   mostró   la   imposibilidad   de   construir   un   modelo   de   desarrollo   lineal   a   la   espera   de   su   derrame.   El   desarrollo   sustentable   con   inclusión   sólo  existe  en  el  entrecruzamiento  de  la   verticalidad   económica   con   la   horizontalidad   social   sobre   un   espacio   (o   ambiente)   protegido,   en   donde   los   recursos   naturales   son   aprovechados   racional  y  equitativamente.                        

Promover una  asociación  global  para  el   desarrollo   es   promover   una   alianza   estratégica   multi-­‐actoral   que   permita   sostener,   desde   perspectivas   top-­‐down   y   bottom-­‐up,   una   nueva   matriz   relacional   de   cooperación   e   interacción.  Los   gobiernos   subnacionales,   de   forma   individual   o   articulada,   forman   parte   del   anillo   fundamental   de   esa   gobernanza   desde   abajo,   dadas   sus   capacidades   en   términos   de   respuesta   y   convocatoria.   La  importancia  del  gobierno  local  como   la   cara   de   la   administración   más   cercana   a   las   personas,   pero   también   como   la   plataforma   para   el   diseño   de   políticas   públicas   con   base   en   las   preferencias   ciudadanas,   constituye   una  fortaleza  de  vital  importancia  para   el   ser   humano.   Se   trata   de   generar   espacios   institucionales   para   personas   que  se  encuentran  comprometidas  con   su   medio   ambiente   y   que   buscan   canalizar  su  creatividad  en  el  diseño  de   políticas   públicas   locales   que   se   transfieran   y   difundan   para   la   construcción  de  propuestas  globales.  La   paradiplomacia,   en   general,     y   la   cooperación   internacional   descentralizada,   en   particular,   son   herramientas   fundamentales   en   este   proceso.         Los   problemas   ambientales   actuales   impelen   la   generación   de   alianzas   estratégicas   en   materia   de   "bienes   públicos   globales",   en   donde   el   dilema   radica   en   que   los   costos   individuales   para   su   construcción   y/o   protección   son   muy   altos,   no   se   ofrecen   los   suficientes  incentivos  para  ello,  o  aún  (y   sobre   todo)   sólo   encuentran   sentido   en   una   solución   conjunta,   pues   resulta   mucho   más   factible   y   eficiente   que   su   protección  en  términos  individuales.  En   materia   ambiental   no   existen   las  

7


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                    Nahuel  Oddone  y  Horacio  Rodríguez  Vázquez  

fronteras, la  globalidad  es  absoluta,  los   pilares   del   templo   de   Westfalia   se   cayeron   hace   mucho.   Sin   embargo,   la   paradoja  radica  en  la  necesidad  de  una   construcción   local   (y   hasta   micro-­‐local)   para   proteger   la   globalidad   del   ambiente.       Es   precisamente   en   este   marco   que   la   presente   edición   de   TIP   pretende   insertarse,   como   un   instrumento   que   promueva   el   debate   y   la   difusión   de   información  sobre  la  paradiplomacia  en   materia   de   desarrollo   sustentable.   Partiendo  de  lo  anterior,  el  objetivo  de   este   segundo   número   es   explorar   acciones   de   cooperación   descentralizada,   relaciones   internacionales   subnacionales   y   proyección   internacional   de   gobiernos   locales   en   aspectos   vinculados   a   la   sustentabilidad  y  al  cambio  climático.         Los   trabajos   incluidos   en   esta   edición   fueron   obtenidos   a   través   de   una   convocatoria  abierta,  a  partir  de  la  cual   fueron   seleccionados   y   dictaminados   por  los  integrantes  del  Consejo  Asesor,   quienes   junto   al   equipo   editorial   se   encargaron   de   asegurar   la   calidad   y   oportunidad  de  los  mismos  en  términos   de   su   contribución   al   logro   de   los   objetivos  planteados  para  este  segundo   número.         En   ese   entendido,   las   y   los   autores   de   los   ocho   artículos   aquí   incluidos   nos   comparten  su  visión  sobre  experiencias   paradiplomáticas   que   distintos   gobiernos   subnacionales   en   América   Latina,   y   particularmente   en   América   del  Sur,  han  llevado  a  cabo  en  el  ámbito   del  desarrollo  sustentable.      

Thauan Santos  y  Luan  Santos  subrayan   la   importancia   de   los   estados,   municipios,   distritos   y   pequeñas   comunidades   locales,   además   de   investigadores,   instituciones   académicas,   organizaciones   no   gubernamentales,   la   sociedad   civil   organizada   y   la   prensa   en   el   debate   internacional   sobre   el   desarrollo   sustentable.   Con   la   intención   de   identificar   mecanismos   para   incluir   a   los   diferentes   niveles   de   gobierno   y   a   dichos   actores   en   la   arena   internacional,   los   autores   analizan   la   experiencia   de   Brasil   en   la   creación   de   una   Agenda   21   Nacional   (país),   Regional   (estados   federados)   y   Local   (municipios).   Santos   y   Santos   señalan   que   la   implementación   de   las   Agendas   21   Locales   representan   buenas   prácticas   en   la   construcción   del   desarrollo   sustentable,   pues   permiten   la   interacción   de   los   gobiernos   subnacionales   con   los   actores   locales   emergentes,   creando   sinergias   entre   ellos  para  lograr  los  objetivos  fijados  en   conjunto.       Rafael   Pinto   da   Silva   y   Laura   Oliveira   de   Medeiros   resaltan   que   las   cuestiones   ambientales   y   el   desarrollo   sustentable   son   temas   abordados   con   mayor   frecuencia   en   la   Nueva   Agenda   Urbana,   lo   que   justifica   el   esfuerzo   de   ciudades   como   Belo   Horizonte   para   construir   una   identidad   sustentable   a   nivel   internacional.   Desde   su   perspectiva,   ICLEI   es   la   asociación   que   mejor   representa   a   los   gobiernos   locales   y   regionales   comprometidos   con   el   desarrollo   sustentable,   la   prevención   y   mitigación   de   problemas   ambientales   a   nivel   local,   regional   y   global,   tanto   en   términos   institucionales   como   de   “paradiplomacia   contemporánea”.   En  

8


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                                                                                Introducción  

ese  sentido,  Pinto  da  Silva  y  Oliveira  de   Medeiros   señalan   que   el   Congreso   Mundial   de   ICLEI   es   una   valiosa   oportunidad   para   la   preparación   de   los   gobiernos   locales   ante   a   la   Conferencia   Río+20,  pues  consideran  que  a  partir  de   dicho   evento   los   actores   locales   cobrarán   una   mayor   relevancia   para   los   gobiernos   centrales,   propiciando   una   mejor   alineación   entre   las   políticas   nacionales  y  subnacionales  en  lo  que  se   refiere   a   medio   ambiente   y   desarrollo   sustentable.   Asimismo,   los   autores   ubican   a   la   organización   del   Congreso   de   ICLEI,   junto   con   otras   acciones   a   nivel   local,   dentro   de   la   estrategia   de   proyección   internacional   de   Belo   Horizonte   como   una   ciudad   a   la   vanguardia   en   términos   de   sustentabilidad.         En   su   artículo   “La   paradiplomacia   ambiental   en   la   nueva   gobernanza   internacional”,   Fernando   Rei,   Kamyla   Cunha   y   Joana   Setzer   ponen   de   manifiesto   la   importancia   de   la   participación   de   los   gobiernos   subnacionales,   además   de   sus   redes   y/o   asociaciones,   en   el   sistema   global   de   gobernanza   del   cambio   climático.   A   través   del   análisis   de   la   Red   de   Gobiernos   Regionales   por   el   Desarrollo   Sostenible   (nrg4sd),   su   interacción   con   otras   redes   de   gobiernos   subnacionales   y   su   participación   en   foros   internacionales,   los   autores   identifican   este   tipo   de   acciones   paradiplomáticas   como   una   forma   pragmática   e   innovadora  de  proponer,  desde  lo  local,   estrategias   e   instrumentos   legislativos   o   de   política   internacional   vinculados   al   cambio  climático.         Siguiendo  con  el  análisis  de  las  redes  de   gobiernos   subnacionales,   Fabiana   Rita  

Dessotti Pinto,  Noemi  Galvão  y  Thiago   Mattioli   Silva   nos   presentan   la   Red   Mercociudades,   las   acciones   desarrolladas   por   la   Unidad   Temática   de   Medio   Ambiente   y   Desarrollo   Sostenible   (UTADS)   y   el   Proyecto   Innovación   y   Cohesión   Social,   identificando   los   principales   objetivos,   retos   y   limitaciones   en   la   ejecución   de   las  mismas.  Los  autores  subrayan  que  la   conformación   de   redes   es   un   instrumento   eficaz   para   la   proyección   internacional   de   las   ciudades,   estimulando   los   procesos   de   integración   regional   y   cooperación   descentralizada.   No   obstante,   Dessotti,   Galvão   y   Mattioli   identifican   que   las   ciudades   más   grandes,   o   los   actores   locales  mejor  posicionados,  ejercen  una   mayor  influencia  y  una  “imposición”  de   los  temas  de  la  agenda  en  las  ciudades   más   pequeñas   o   entre   los   actores   locales   con   menores   capacidades   arraigadas.   Por   lo   tanto,   la   promoción   (o   no)   de   cuestiones   ambientales   y   de   sustentabilidad   muchas   veces   se   ve   influenciada   por   la   importancia   que   le   otorgan  a  estas  cuestiones  las  ciudades   y/o  los  actores  con  mayor  peso  político   dentro  de  una  red.       A   través   del   estudio   de   caso   de   Minas   Gerais  (Brasil),  Eduardo  Augusto  Café  y   Matilde   de   Souza   abordan   la   aplicación   a   nivel   local   del   marco   regulatorio   internacional   en   materia   de   gestión   de   residuos   peligrosos.   Los   autores   subrayan   que   la   protección   ambiental   no  depende  únicamente  de  la  voluntad   política   del   gobierno   central   para   la   internalización   de   las   convenciones   y   acuerdos   internacionales,   sino   que   requiere   de   la   movilización   de   los   sectores   público   y   privado   a   nivel   subnacional,   quienes   son   los   encargados   de   monitorear   y   ejecutar  

9


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                    Nahuel  Oddone  y  Horacio  Rodríguez  Vázquez  

localmente acciones   encaminadas   a   la   sustentabilidad   y   la   protección   ambiental.   Para   complementar   los   esfuerzos   a   nivel   local,   Eduardo   Café   y   Matilde   de   Souza     destacan   la   importancia   de   la   cooperación   descentralizada,   que   en   el   caso   de   Minas   Gerais,   ha   representado   una   estrategia   útil   para   la   adopción   de   buenas   prácticas   en   materia   de   protección   ambiental   y   manejo   de   desechos   de   la   minería,   principal   actividad   económica   de   la   región   brasileña.         En   esta   misma   línea,   Armando   Gallo   Yahn   Filho   hace   un   análisis   de   las   acciones  de  distintos  actores  locales  de   la   Provincia   de   Entre   Ríos   (Argentina)   ante   la   instalación   de   empresas   de   celulosa  en  el  Río  Uruguay,  sobre  suelo   uruguayo.   El   autor   hace   una   distinción   entre   soberanía   y   autonomía,   señalando   que   los   Estados-­‐nación   tienen   soberanía   y   los   actores   subnacionales   tienen   autonomía,   lo   que   determina   que   los   gobiernos   subnacionales   no   sean   sujetos   de   Derecho   Internacional   Público.   Armando   Gallo   sostiene   que   la   capacidad   de   acción   de   los   gobiernos   subnacionales   está   condicionada,   precisamente,   a   la   soberanía   de   los   gobiernos   centrales,   y   que   esta   autonomía   fortalece   a   la   soberanía   nacional.   A   través   del   análisis   de   la   Constitución   Argentina   y   de   la   Constitución   de   la   Provincia   de   Entre   Ríos,   el   autor   sustenta   su   hipótesis   de   que   el   “paradiplomata”   es   un   diplomático   más   del   Estado-­‐nación,   pues  la  paradiplomacia  sólo  se  justifica   como   tal   cuando   está   en   consonancia   con   los   intereses   nacionales.   Tomando   como   ejemplo   el   caso   de   las   papeleras   del  Río  Uruguay,  el  autor  concluye  que  

la paradiplomacia  es  un  complemento  a   la   diplomacia   del   gobierno   central   y,   por   lo   tanto,   no   debe   ser   vista   como   algo   que   disminuye   su   fuerza,   sino   al   contrario,   la   aumenta,   bien   como   lo   hace  con  la  soberanía  nacional.  En  este   sentido,  Armando  Gallo  subraya  que  el   tipo   de   autonomía   que   la   Constitución   argentina   atribuyó   a   la   Provincia   de   Entre   Ríos   otorga   a   sus   gobernantes   el   estatus   de   diplomáticos,   de   modo   que   sus   acciones   en   ámbito   internacional   son   realizadas   en   defensa   de   la   soberanía   nacional,   siendo   su   única   restricción  la  política  exterior  y  todo  lo   que   va   en   contra   de   los   intereses   del   país.       La   paradiplomacia   ambiental   de   otra   provincia   argentina,   San   Luis,   es   analizada   por   Agustina   Rodríguez   Saá,   Pedro   Wouterlood   Sapag   y   Rosendo   Alsina,  quienes  identifican  al  desarrollo   sustentable   como   una   de   las   primeras   políticas   típicamente   globales.   De   acuerdo   con   los   autores,   las   acciones   ambientales   a   nivel   local,   nacional   y   regional   se   enmarcan   necesariamente   en  una  agenda  internacional,  por  lo  que   consecuentemente   surge   la   necesidad   de   los   gobiernos   subnacionales   de   formular   una   política   paradiplomática   en   este   ámbito.   Los   autores   señalan   que   la   provincia   de   San   Luis   es   muy   activa   y   dinámica   en   políticas   de   sustentabilidad,   lo   que   se   ha   materializado   en   el   “Tratado   de   Paz   entre  Progreso  y  Medio  Ambiente”,  un   plan   estratégico   ambiental   para   el   decenio   2010-­‐2020   que   incluye   acciones   de   cooperación   internacional   y   de   proyección   internacional.   Rodríguez  Wouterlood  y  Alsina  señalan   que  la  creación  del  Ministerio  de  Medio   Ambiente   de   la   provincia   ha   sido   un   importante   avance   en   la  

10


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                                                                                Introducción  

institucionalidad   de   la   paradiplomacia   de   San   Luis,   dado   que   el   propio   ministerio   desarrolla   la   proyección   exterior  por  su  propia  cuenta,  sin  existir   en   la   provincia   un   organismo   centralizado   de   relaciones   exteriores.   No   obstante,   los   autores   subrayan   que   aún  predomina  la  intermediación  de  las   autoridades   nacionales   en   las   actividades   relativas   a   la   cooperación   internacional,   lo   que   genera   demoras   en   la   tramitación   y   ejecución   de   los   proyectos.       Finalmente,   Victoria   Arancibia   analiza   el   papel   de   la   cooperación   internacional   descentralizada   en   el   Programa   de   Agricultura   Urbana   (PAU)   de  Rosario,  Argentina.  La  autora  señala   que   el   principal   beneficio   de   las   acciones   de   cooperación,   más   allá   de   los   recursos   técnicos   y   financieros,   fue   el   aval   brindado   por   instituciones   reconocidas   internacionalmente,   lo   que   le   permitió   al   programa   crear   y   fortalecer   alianzas   a   nivel   nacional   e   internacional.   La   autora   concluye   que   un   aspecto   clave   para   acceder   a   la   cooperación   internacional   descentralizada  es  la  (pre)existencia  de   una   alianza   entre   los   principales   actores   locales   involucrados   en   un   tema  específico,  que  puedan  instituirse   como   interlocutores   válidos   y   capaces   de   asegurar   la   continuidad   del   proyecto.   En   ese   sentido,   Arancibia          

sostiene que   la   cooperación   internacional   puede   constituir   una   herramienta   útil   para   impulsar   procesos   de   desarrollo   local,   pero   esto   no   implica   que   sea   capaz   de   crearlos   o   de   iniciarlos   por   sí   misma   si   no   existen   previamente   voluntad,   iniciativas   o   un   tejido   social   propicio   a   nivel   local.   Si,   por   el   contrario,   ya   hay   un   proceso   local   “en   curso”,   la   cooperación   puede   ayudar  efectivamente  a  fortalecerlo,  no   sólo  mediante  líneas  de  financiamiento,   sino   también   aportando   su   experiencia,   reforzando   los   aspectos   débiles   de   programa   o   introduciendo   elementos   innovadores.      

Los artículos  incluidos  en  este  número,   que   tienen   como   hilo   conductor   al   desarrollo   sustentable,   nos   presentan   una   fotografía   general   sobre   la   situación   actual   de   la   teoría   y   la   práctica   de   la   proyección   internacional   de   los   gobiernos   locales   y   la   cooperación   internacional   descentralizada   en   materia   de   sustentabilidad,   protección   ambiental,   cambio  climático  y  economía  verde.  En   ese   sentido,   las   conclusiones   y   propuestas   de   las   y   los   autores   deben   ser   vistas   como   lineamientos   indicativos   y   como   una   invitación   a   un   debate   más   amplio   sobre   la   paradiplomacia   y   el   papel   de   los   actores   subnacionales   en   la   agenda   ambiental  global.  

11


12


Desarrollo Sostenible  y  las  Relaciones  Internacionales  en   el  Contexto  de  la  Agenda  21    

Thauan Santos  y  Luan  Santos  

  Abstract  

SUSTAINABLE DEVELOPMENT  AND   INTERNATIONAL   RELATIONS  WITHIN  THE   FRAMEWORK   OF  AGENDA  21  

© Adriana  Roque  2012.  

Since   the   last   half   of   the   past   century,   sustainable   development   has   emerged   as   a   topic   in   the   international   and   foreign   policy   of   different   governments.   In   this   sense,   it   is   useful   to   analyze   the   implications   of   the   international   programs   of   actions   related   to   environmental   issues.   In   this   paper  study  the  Agenda  21  focusing  on  the  Brazilian   case,   taking   into   account   the   identification   of   cooperation,  especially  the  decentralized  modality,   and   its   following   international   projection   that   reflects   the   concern   of   local   governments   with   environmental   topics   in   the   field   of   International   Relations.     Key   words:   International   agreements,   Agenda   21,   Sustainable   Development,   International  Relations,  paradiplomacy.       Resumo  

DESENVOLVIMENTO SUSTENTÁVEL   E   AS   RELAÇÕES   INTERNACIONAIS   NO   CONTEXTO   DA   AGENDA  21    

A  temática  do  desenvolvimento  sustentável  se  destacou  no  âmbito  internacional  e  na   política   exterior   dos   diferentes   governos,   sobretudo   a   partir   do   meio   do   século   passado.   Nesse   sentido,   resulta   útil   a   análise   das   implicações   dos   programas   internacionais  de  ação  relacionados  com  a  temática  do  meio-­‐ambiente.  Nesse  trabalho   faremos   um   estudo   da   Agenda21   com   foco   no   caso   brasileiro,   levando   em   consideração   a   identificação   da   cooperação   descentralizada,   e   sua   conseqüente   projeção  internacional  que  reflete  a  preocupação  dos  governos  locais  com  os  tópicos   do  meio-­‐ambiente  no  âmbito  das  Relações  Internacionais.       Palavras-­‐chave:  Acordos  Internacionais,  Agenda  21,  Desenvolvimento  Sustentável,   Relações  Internacionais,  Paradiplomacia.

13  


DESARROLLO SOSTENIBLE  Y  LAS   RELACIONES  INTERNACIONALES  EN  EL   CONTEXTO  DE  LA  AGENDA  21          

Resumen

Thauan Santos  y  Luan  Santos  

La  temática  del  desarrollo  sostenible  ha  sobresalido  en  el  ámbito  internacional  y  en   la  política  exterior  de  los  diferentes  gobiernos,  sobre  todo  a  partir  de  mediados  del   siglo   pasado.   En   este   sentido,   resulta   útil   analizar   las   implicaciones   de   los   programas   internacionales   relacionados   con   la   temática   medioambiental.   En   este   trabajo   haremos   un   estudio   de   la   Agenda   21   con   foco   en   el   caso   brasileño.   Se   tiene   en   cuenta   la   identificación   de   la   cooperación,   especialmente   la   descentralizada,   y   su   consecuente   proyección   internacional,   la   cual   refleja   la   preocupación   de   los   gobiernos   locales   sobre   las   cuestiones   medioambientales   en   el   ámbito   de   las   relaciones  internacionales.   .         Palabras  clave:  Acuerdos  internacionales,  Agenda  21,  desarrollo  sostenible,  relaciones   internacionales,  paradiplomacia.    

Este trabajo   intenta   analizar   cómo   las  

Queremos subrayar,   de   esta   forma,   la   aparición  de  tres  nuevas  cuestiones:         a)   La   importancia   de   la   evaluación   de   otros   niveles   de   gobierno   además   del   federal,   como   los   estados,   municipios,   distritos   y   pequeñas   comunidades   locales,   que   desempeñan   un   papel   relevante   en   lo   que   se   refiere   a   la   discusión  social  y  ambiental.       b)  La  emergencia  de  nuevos  actores  en   el   ámbito   internacional,     tales   como   investigadores,   instituciones   académicas,   organizaciones   no   gubernamentales   (ONG),   la   sociedad   civil  y  la  prensa  internacional.    

relaciones internacionales   abordan   las   cuestiones   relacionadas   con   el   desarrollo   sostenible,   desde   una   perspectiva   institucional.   Vamos   a   evaluar,  por  tanto,  la  Conferencia  de  las   Naciones   Unidas   sobre   el   Medio   Ambiente   y   el   Desarrollo   (CNUMAD),   que   se   realizó   en   junio   de   1992   en   Río   de   Janeiro,   Brasil.   Este   evento   tuvo   como   uno   de   sus   resultados   el   establecimiento   de   la   Agenda   21,   un   amplio   programa   de   acción   cuya   finalidad  es  la  de  poner  en  práctica  los   principios   aprobados   en   la   Declaración   de  Río.      

14  


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales…  

c) La   necesidad   de   incorporar   a   los   distintos   agentes   involucrados   e   interesados   en   un   tema   particular   cuando  su  análisis  es  complejo  y  cuyos   efectos   son   transversales,   como   en   el   caso  del  desarrollo  sostenible.       Por   lo   tanto,   vamos   a   delimitar   el   alcance   del   trabajo   en   la   aplicación   de   la  Agenda  21  en  Brasil,  segmentada  en   las   Agendas     Nacional,   Regionales   y   Locales.  Según  Barros-­‐Platinau  (2004):    

cuando hay   políticas   y   planes   nacionales   que   pasan   por   alto   la   realidad   de   los   nuevos   actores   y   niveles   de  actuación.  

  DIMENSIONES  Y  AGENTES   INVOLUCRADOS  

  En   esta   sección   se   presentan   las   diversas   formas   que   tradicionalmente   han   permitido   el   análisis   de   cuestiones   relacionadas   con   los   actores   internacionales,   así   como   su   impacto   en   otros   agentes.   Identificamos   una   visión   más   allá   de   la   corriente   realista   que   se   centra   en   el   papel   de   los   Estados-­‐nación   (soberanos)   y   presentamos   los   diversos   niveles   de   análisis,   así   como   la   importancia   de   la   paradiplomacia   y   las   partes   interesadas.       Niveles  de  Análisis         Cuando  nos  dedicamos  al  estudio  de  las   relaciones   internacionales   nos   enfrentamos  al  gran  dilema  del  nivel  de   análisis   que   debe   utilizarse.   En   este   sentido,   siempre   hay   varias   formas   de   medir   el   fenómeno   en   estudio   y,   por   tanto,   la   selección   entre   lo   "micro"   o   "macro"   no   es   más   que   una   conveniencia   metodológica   y   conceptual   (Singer,   1961:77).   También   de   acuerdo   con   Singer,   los   pros   y   los   contras   de   estas   diversas   posibilidades   de   análisis,   que   se   han   discutido   ampliamente   en   las   ciencias   sociales,   siempre   deben   ser   tenidos   en   cuenta   por  el  investigador,  lo  que  requiere  una   reflexión   sobre   la   mejor   forma   de   "describir   y   evaluar   con   precisión"   el  

“[A   diferencia   de   lo   que   ocurre   en   muchos   países   alrededor   del   mundo,   nos   damos   cuenta   de   que]   el   reconocimiento   institucional   de   estas   nuevas  ‘potencias  emergentes’  es  capaz   de   dar   nuevo   impulso   a   la   gobernanza   ambiental,   de   lo   global   a   lo   local.   Sin   embargo,   el   estallido   de   varios   actores   tan   asimétricos   trae   nuevos   desafíos   en   el   establecimiento   de   las   reglas   del   juego  internacional".  

  El   objetivo   es   evaluar   este   cambio   en   el   ámbito   internacional,   así   como   identificar   las   posibles   combinaciones   de   estrategias   y   políticas   para   comprender   mejor   el   dilema   del   desarrollo   sostenible.   En   consecuencia,   además   de   una   revisión   bibliográfica   de   los   avances   en   el   debate   sobre   estas   cuestiones,  haremos  un  estudio  de  caso   sobre   Brasil   en   el   contexto   de   la   Cumbre  de  Río  1992  y  de  la  Agenda  21.         Tenemos   la   intención   de   comprender   cómo   los   países   pueden   (y   deben)   avanzar   para   incluir   a   los   diferentes   agentes   implicados   en   la   discusión   de   dichos   temas,   ya   sea   por   tener   la   capacidad   de   contribuir   de   manera   positiva  y  eficaz  en  el  debate,  o  porque   son   afectados   negativa   y   fuertemente  

15


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                Thauan  Santos  y  Luan  Santos  

fenómeno en   cuestión.   En   efecto,   la   elección   del   nivel   de   análisis   debe   proporcionar   una   aproximación   al   fenómeno   bajo   examen   lo   más   completa   y   menos   distorsionada   como   sea  posible.       Para   Singer,   habría   una   especie   de   trade-­‐off   entre   la   explicación,   descripción  y  predicción,  lo  que  llevaría   a   la   elección   entre   los   dos   principales   niveles     de   análisis   presentado   por   él:   i)   un   análisis   del   sistema   internacional,   que   examinaría   las   relaciones   internacionales  como  un  conjunto,  y  ii)   un  análisis  del  Estado  nacional,  enfoque   occidental  tradicional,  lo  que  permitiría   una   mayor   diferenciación   entre   los   actores   del   sistema   internacional   -­‐en   otras   palabras,   entre   los   Estados-­‐.   Como   se   mencionó   anteriormente,   cada   una   de   las   posibilidades   tiene   sus   ventajas  y  desventajas,  que  definirán  la   elección  del  investigador.1       Waltz   (1959)   evalúa   los   niveles   de   análisis   (las   “tres   imágenes")   de   uso   común  en  las  relaciones  internacionales   a   partir   de   tres   formas   diferentes:   i)   individual,   ii)   nacional,   y   iii)   sistémico.   En   general,   la   primera   imagen   trata   de   explicar   el   comportamiento   de   los   Estados   de   acuerdo   con   las   características   personales   de   los   individuos   (los   líderes)   y   las   fuerzas   psicológicas;   mientras   que   la   segunda   evalúa   la   cultura,   la   sociedad   y   las   instituciones   en   la   realización   de   las   políticas   nacionales.   La   última   imagen                                                                                                                  

proporcionaría explicaciones   basadas   en   la   posición   de   los   Estados   en   el   ámbito   internacional;   es   decir,   el   comportamiento   de   los   Estados   en   el   medio  anárquico.  Según  Costa  (2002):       "Otros  autores  han  identificado  los  otros   niveles  (...)  Wolfers  (1962),  por  ejemplo,   reduce   a   los   niveles   sistémicos   e   individuales;  Jervis  (1976)  añade  el  nivel   de   burocracia   y   Rosenau   (1966)   descompone   el   nivel   nacional   en   las   instituciones   del   Estado   /   sociedad   y   las   instituciones  intermedias.”  

  Gourevitch   (1959),   a   diferencia   de   muchos   de   estos   autores,   plantea   que   el  sistema  internacional  no  es  sólo  una   consecuencia   de   la   política   interna   de   los   Estados   o   de   su   estructura,   sino   que   es   la   causa   de   ambos.   Esta   idea   es   la   "segunda   imagen   invertida",   un   término   acuñado   para   referirse   a   la   "segunda  imagen"  del  Waltz.  Moravcsik   (1993)   confirma   la   necesidad   de   evaluar   la   política   interna,   ya   que   el   análisis   sistémico   es   incapaz   de   explicar   la  gama  actual  de  objetivos  diferentes.       Paradiplomacia       Independientemente   de   la   elección   de   los   autores,   que   pueden   escoger   entre   dos   o   tres   niveles   de   análisis,   hay   que   tener   en   cuenta   la   existencia   de   un   nivel   de   análisis   que   entra   en   las   fronteras  de  los  propios  Estados.  Así,  se   deja  el  problema  de  que  el  Estado  debe   "solucionar"    las  cuestiones  del  mundo   y   se   contemplan   nuevas   posibilidades   de   solución   dentro   los   mismos   (Walker,   1988).   Siendo   esto   así,   la   paradiplomacia   gana   un   terreno   especial,   siendo   un   término   controvertido   desde   el   punto   de   vista  

1

  Es   de   destacar   que   Singer   argumenta   que   estos   dos   niveles   de   análisis   son   los   más   relevantes   y,   por   lo   tanto,   no   son   las   únicas   maneras   de   estudiar   un   fenómeno.   Esta   observación   es   necesaria,   sobre   todo   si   tenemos   en   cuenta   la   cuestión   de   la   paradiplomacia.  

16


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales…  

conceptual. Por   otra   parte,   se   trata   de   una  gran  complejidad  para  los  teóricos   más   realistas,   que   se   centran   en   la   figura   del   Estado-­‐nación   influenciada   por  las  ideas    westphalianas.       La   idea   de   la   paradiplomacia   surge   de   las   discusiones   académicas   sobre   el   "nuevo   federalismo",   que   tuvo   lugar   a   finales   de   1970   y   principios   de   1980   (Aguirre,   1999).   El   término,   cuya   génesis   está   relacionada   con   las   cuestiones   que   incumben   a   todo   el   mundo,   primero   fue   utilizado   por   los   profesores   Duchacek   (1986)   y   Soldatos   (1990),   y   se   vuelve   importante   con   el   creciente   papel   internacional   del   Gobierno  No  Central  (GNC)  y  la  idea  de   interdependencia   compleja   propuesta   por   Keohane   y   Nye   (1977),   que   presta   especial  atención  a  todos  los  niveles  de   gobierno.       Der   Derian   (1987)   hace   una   interpretación   del   neologismo   basado   en   un   análisis   etimológico   del   término   (al   lado   de   la   diplomacia)   y   llega   a   la   conclusión   de   que   las   empresas   y   las   organizaciones   internacionales,   ONG,   empresas   y   medios   de   comunicación   también   tienen   un   rol   importante.   Algunas   personas   definen   "paradiplomacia"   como   algo   más   general,   incluidas   las   organizaciones   públicas,  privadas  e  internacionales  que   buscan   promover   el   diálogo   sobre   temas   relacionados   con   una   variedad   de  temas  (Cornago,  2001;  Prieto,  2004).       Teniendo   en   cuenta   las   diferentes   percepciones   del   término,   cuando   hablamos   de   "paradiplomacia"   nos   referimos   a   los   casos   de   las   relaciones   internacionales   que   se   realizan   por   el  

GNC en   un   país;   es   decir,   los   órganos   sub-­‐estatales,  regionales  y  locales.2  Por   lo   tanto,   estas   acciones   tienen   el   objetivo   común   de   desarrollar   áreas,   por  ejemplo,  vinculadas  al  comercio,  la   inversión,  la  cooperación,  e  incluso,  las   asociaciones,   independientemente   de   la  política  del  Estado  Central  (Gambini,   2007).       Aunque   haya   ejemplos   históricos   que   representan   casos   de   paradiplomacia,   tales  como  la  Liga  del  Peloponeso  en  la   antigua   Grecia   y   el   papel   de   Florencia   en   la   época   del   Renacimiento,   ella   es,   principalmente,   una   consecuencia   del   avance   de   la   globalización,   en   la   que   un   número   importante   y   creciente   de   los   actores   no   estatales   juega   un   papel   cada   vez   más   influyente   en   el   ámbito   internacional   (Castelo   Branco,   2007).   Así,   la   paradiplomacia   "nació"   en   la   década   de   1980   en   los   países   más   desarrollados   -­‐con   el   mayor   grado   de   descentralización   política   y   administrativa-­‐.   Los   países   en   desarrollo,   por   otro   lado,   tienen   el   contacto   con   la   paradiplomacia   sólo   a   partir  de  la  década  siguiente.       Siendo   un   tema   emergente   en   la   agenda   de   los   estudios   de   relaciones   internacionales,   la   paradiplomacia   representa   la   "cuarta   imagen",   haciendo   un   paralelo   con   la   idea   de   Waltz   (1959).   Es   en   este   marco   en   el   que   se   evaluarán   las   funciones   de   los   actores   con   creciente   importancia   en   la   conducción  de  la  política  internacional,                                                                                                                   2

En   este   análisis,   cabe   destacar   que   hay   autores   que   mencionan   la   relevancia   de   la   sociedad  civil,  como  Der  Derien  (1987),  y  de  las   ONGs   (Moreira   et   al.,   2010).   Otros   autores   ya   incluyen,   de   hecho,   el   papel   de   las   comunidades   científicas   en   ese   proceso   (Barros-­‐Platiau  et  al.,  2004).  

17


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                Thauan  Santos  y  Luan  Santos  

que son   los   académicos,   los   GNC,   las   organizaciones   no   gubernamentales,   la   sociedad  civil  y  la  prensa  internacional.       Stakeholder  approach         Aquí,   hacemos   un   paralelo   entre   las   organizaciones   empresariales   y   las   ciencias   sociales,   toda   vez   que    ambas   tienen   destinatarios   que   se   ven   afectados   por   ciertas   decisiones,   aunque   de   diferentes   maneras,   e   incluso,   al   contrario.   Así,   de   acuerdo   a   Freeman   (1984),   nos   encontramos   con   el   análisis   del   enfoque   del   stakeholder   approach,   en   el   que,   en   la   búsqueda   de   una   lectura   más   rica   de   un   fenómeno,   se   evalúan   los   distintos   grupos   de   interés,   directa   o   indirectamente   involucrados  en  el  tema  analizado.         Vemos  pues  que  además  de  analizar  el   Estado   (país)   y   su   posición   sistemática,   es  necesario  entender  lo  que  sucede  al   interior   del   mismo.   Planteamos,   por   tanto,   un   análisis   que   va   más   allá   del   paradigma  positivista,  racionalista,  para   examinar   el   interior   de   la   "caja   negra"   llamada   "Estado".   Comprender   los   cambios  internos  (nacionales),  así  como   sus  respuestas  a  las  presiones  externas   (internacionales)   es   una   condición   esencial   para   el   análisis   de   nuevos   escenarios.   Apropiándonos   de   las   palabras   de   Kuhn   (1974),   lo   que   contribuyó   en   gran   medida   a   los   debates   de   la   filosofía   de   la   ciencia,   estaríamos   viviendo   una   "crisis   paradigmática"   en   la   que   se   estaría   experimentando   una   crisis   de   la   "ciencia   normal"   (desarrollo   asociado   única   y   exclusivamente   al   crecimiento   de  las  variables  económicas)  y  viviendo   una   "revolución   científica",   lo   que  

conducirá a   un   "nuevo   paradigma"   (el   desarrollo   sostenible   y   la   economía   verde).      

CAMBIOS GLOBALES  HACIA  EL   DESARROLLO  SOSTENIBLE  

    Para   entender   la   transición   a   este   "nuevo   paradigma"   es   necesario   reflexionar   sobre   la   evolución   de   las   cuestiones  ambientales  de  importancia   para   la   discusión   sobre   un   nuevo   modelo   de   desarrollo;   es   decir,   el   desarrollo   sostenible.3   Por   lo   tanto,   es   conveniente   adoptar   un   enfoque   histórico   sobre   los   principales   acontecimientos  que  han  hecho  posible   pensar   en   una   nueva   ideología   que   se   enfrenta   a   la   del   "crecimiento   ilimitado",   sobre   todo   cuando   pensamos   en   la   viabilidad   de   este   modelo   en   un   planeta   finito   con   recursos   limitados   (Lago   y   Padua,   1984).  De  acuerdo  con  Santos  y  Santos   (2011),   la   crisis   ambiental   actual   está   directamente   relacionada   con   el   nivel   de   desarrollo   comparado   con   el   crecimiento  económico.       Con  la  invención  de  la  agricultura  unos   diez   mil   años   atrás,   la   humanidad   dio   un  paso  decisivo  en  la  diferenciación  de   su  modo  de  inserción  en  la  naturaleza,   en   relación   con   la   de   otras   especies   animales.  Sin  embargo,  de  acuerdo  con   May   (2010),   aunque   haya   cambiado   radicalmente   el   ecosistema   original,   la   agricultura   no   es   necesariamente                                                                                                                   3

Según   la   Comisión   Brundtland,   el   desarrollo   sostenible   es   "aquel   que   satisface   las   necesidades   presentes   sin   comprometer   la   capacidad   de   las   generaciones   futuras   para   satisfacer  sus  propias  necesidades".  

18


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales…  

incompatible con   la   preservación   del   equilibrio  ambiental.       A   lo   largo   de   su   evolución,   los   seres   humanos   se   convirtieron   en   la   forma   dominante   de   vida   en   la   Tierra,   con   el   control  sobre  otras  especies  vegetales  y   animales   y   desarrollando   tecnologías   que   les   permitieron   cambiar,   más   rápida   y   potentemente,   el   medio   ambiente   en   el   que   viven.   El   hombre,   antes   uno   de   los   miembros   de   varias   organizaciones  de  la  biósfera,  asumió  el   papel   de   intervenir   en   la   naturaleza,   la   explotación  de  los  recursos  naturales  y   el   deterioro   de   la   calidad   ambiental   actual,   como   consecuencia   del   desarrollo   alcanzado.   El   proceso   de   desarrollo   de   modo   predador   y   desordenado,   en   cierto   modo   inevitable,   no   fue   acompañado   de   una   preocupación   constante   ante   la   posibilidad   de   escasez   de   los   recursos   naturales.       En  este  contexto,  se  observa  que  hasta   hace  poco  la  economía  dejó  en  un  plan   secundario   las   relaciones   entre   el   sistema   económico   y   el   medio   ambiente.4  Al  final,  se  tienen  las  teorías   sofisticadas   de   equilibrio   general   y   el   crecimiento   económico   que   se   centran   en   la   economía   como   un   sistema   aislado,   o   sea,   un   sistema   que   no   intercambia   ni   materia   ni   energía   con   su   entorno   externo   (Mueller,   1996).   Una   caricatura   de   la   opinión   que   prevaleció   hasta   hace   poco   es   el   diagrama   del   flujo   circular,   que   describe  el  proceso  económico  a  través  

de los   flujos   de   bienes,   servicios   e   ingresos   entre   las   empresas   y   las   familias,   sin   la   observación   de   los   intercambios  con  el  medio  ambiente.       El   sistema   económico,   por   tanto,   funciona   como   si   hubiera   una   fuente   inagotable   de   insumos   de   energía   y   materiales;   es   decir,   en   el   proceso   de   producción,   todas   las   entradas   se   convierten   en   productos   completamente   terminados   para   que   no   haya   residuos   no   deseados   y   en   el   consumo,   desaparecen   todos   los   productos   enteramente.   Lo   anterior   revela   una   visión   de   la   economía     entendida   como   un   sistema   aislado,   mientras   que   la   teoría   económica   se   centra   en   el   análisis   de   los   flujos   de   valor   de   cambio   que   circulan   en   el   interior,   entre   las   empresas   y   las   familias.   Como   destaca   Passet   (1979),   la  esfera  económica,  en  su  lógica  como   un   sistema   cerrado,   entra   en   contradicción   con   la   lógica   de   las   otras   dos   esferas,   o   sea,   la   esfera   de   las   actividades   humanas   y   la   biósfera,   por   lo  que  la  teoría  económica  necesita  ser   revisada.       Esta   postura   se   justificaba   ya   que   las   demandas   de   materiales   y   de   energía   eran   limitadas   en   el   sistema   económico,   en   relación   con   el   ecosistema,   aunado   a   las   emisiones   de   desechos   y   residuos.   De   acuerdo   con   Mueller   (2007),   no   fue   sino   hasta   la   década   de   1960   que   aparecieron   los   primeros   esfuerzos   de   la   economía   neoclásica   para   cambiar   los   fundamentos   de   la   teoría,   cuando   se   hizo   evidente   el   hecho   de   que   las   externalidades   ambientales   son   parte   de   los   procesos   económicos.   El   cuerpo   principal   de   estas   corrientes   de  

                                                                                                              4

Según   el   PNUMA   (Programa   de   Naciones   Unidas   para   el   Medio   Ambiente),   el   medio   ambiente   es   el   conjunto   de   los   sistemas   externos   físico   y   biológico,   en   que   viven   el   hombre  y  los  otros  organismos.  

19


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                Thauan  Santos  y  Luan  Santos  

pensamiento simplemente   desconocía   el   hecho   crucial   de   que   la   actividad   económica   no   puede   sobrevivir   sin   continuos   intercambios   con   el   medio   ambiente.       Según   Santos   y   Santos   (2011a),   existe   un   gran   número   de   hechos   que   influyeron   en   este   cambio   de   paradigma.   Desde   la   Revolución   Industrial  se  produjo  un  gran  salto  en  la   capacidad   de   intervención   humana   en   la  naturaleza  que  sigue  aumentando  sin   cesar.   De   acuerdo   con   May   (2010),   además   de   los   desequilibrios   ambientales   derivados   de   una   mayor   capacidad   de   actuación,   la   Revolución   Industrial,   basada   en   el   uso   intensivo   de   las   grandes   reservas   de   combustibles  fósiles,  abrió  camino  para   una   expansión   sin   precedentes   de   las   actividades   humanas,   lo   que   presionó   fuertemente   la   base   de   recursos   naturales  del  planeta.       Como  resultado,  hubo  una  disminución   en   la   calidad   de   vida   de   los   países   industrializados   -­‐en   1962,   una   serie   de   desastres   ambientales   comenzaron   a   ocurrir   en   distintas   partes   del   mundo,   tales   como   la   contaminación   de   la   bahía   de   Minamata,   Japón,   donde   cientos   de   personas   resultaron   intoxicadas   con   mercurio   después   de   comer   pescado   contaminado.   En   el   mismo  año,  la  reportera  Rachel  Carson   publicó   el   libro   Primavera   Silenciosa   (Silent   Spring),   que   se   convirtió   en   un   clásico   del   movimiento   conservacionista,   ambiental   y   ecológico-­‐.   El   libro   advierte   de   la   creciente   pérdida   de   calidad   de   vida   como   consecuencia   del   uso   indiscriminado  y  excesivo  de  productos  

químicos y   fertilizantes,   y   sus   efectos   sobre  los  recursos  ambientales.       A   continuación,   las   crisis   del   petróleo   de   la   década   de   1970   trajo   a   la   luz   el   debate   sobre   el   uso   de   combustibles   fósiles.   Además,   la   discusión   sobre   el   aumento  de  la  contaminación  y  la  mega   población,   el   último   fenónemo   ya   estudiado   por   Malthus   (1798),   volvieron   a   ser   analizados   por   Georgescu-­‐Roegen   (1971)   en   The   Entropy  Law  and  the  Economic  Process.   Los   economistas   neoclásicos,   sin   embargo,  evitaron  cambios  radicales  en   la  teoría  económica;  sólo  se  efectuaron   ajustes   en   el   marco   analítico   de   la   teoría   convencional.   Esta   situación   se   mantuvo   en   gran   medida   hasta   finales   de   1960.   Desde   entonces,   surgieron   y   se   consolidaron   corrientes   de   pensamiento   de   la   economía   del   medio   ambiente,   aplicando   y   fortaleciendo   asociaciones  de  economistas  del  medio   ambiente,   surgiendo   diarios   y   revistas   especializadas,   además   de   que   las   revistas   de   economía   tradicionales   comenzaron   a   aceptar   regularmente   trabajos  en  esta  temática.       Es   a   partir   de   este   contexto,   por   lo   tanto,   que   el   término   de   desarrollo   sostenible  crece  en  la  década  de  1970,   surgiendo   como   un   concepto   normativo   de   la   controversia   sobre   la   relación   entre   el   crecimiento   económico   y   el   medio   ambiente.   Surge,   entonces,   como   una   propuesta   conciliatoria,   que   reconoce   que   el   progreso   técnico   ayuda   a   mitigar   los   impactos   ambientales   pero   no   los   elimina,   y   que   el   crecimiento   económico   es   necesario,   pero   no   suficiente,  para  reducir  la  pobreza  y  las   desigualdades  sociales  (May,  2010).  

20


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales…  

Así,   es   fácil   llegar   a   un   acuerdo   en   relación   con   el   concepto   de   desarrollo   sostenible,   pero   es   extremadamente   complejo   y   controvertido   cuando   se   trata   de   aplicarlo   a   nuestro   día   a   día.   Para   alcanzar   el   desarrollo   sostenible,   se   requieren   cambios   fundamentales   en   la   manera   en   que   pensamos   y   la   manera   en   que   vivimos,   producimos,   consumimos,   etcétera.   El   desarrollo   sostenible,   entendido   de   este   modo,   tiene   una   dimensión   cultural   y   política   que  va  más  allá  de  la  dimensión  medio   ambiental,   tecnológica   y   económica,   y   requerirá   la   participación   democrática   de   todos   (en   diferentes   niveles   de   gobierno   y   otros   actores)   en   la   toma   de   decisiones  para  los  cambios  que  el  que   se  necesitan.    

desarrollo de   nuestras   futuras   generaciones.   Sus   principales   resultados  fueron:     • Aprobación   de   la   Declaración   de   Río   de  Janeiro  sobre  el  Medio  Ambiente   y  Desarrollo.   • Aprobación   de   la   Declaración   sobre   los  Bosques.   • Aprobación   de   la   Convención   de   las   Naciones  Unidas  sobre  la  Diversidad   Biológica.   • Aprobación   de   la   Convención   Marco   de   las   Naciones   Unidas   sobre   el   Cambio  Climático.   • Propuesta   para   la   creación   de   la   Comisión   sobre   el   Desarrollo   Sostenible   de  las  Naciones  Unidas.   • Compromiso   de   los   países   africanos   para   un   futuro   Convenio   de   las   Naciones   Unidas   de   Lucha   contra   la   Desertificación  (aprobado  en  1995).  

LA  AGENDA  21  Y  SUS  SEMILLAS  

  Entre   el   3   y   14   de   junio   de   1992,   se   celebró   en   Río   de   Janeiro   la   Conferencia   de   Naciones   Unidas   sobre   el   Medio   Ambiente   y   el   Desarrollo   (CNUMAD).   La   reunión   contó   con   dos   eventos   principales,   a   saber,   la   Conferencia   de   Naciones   Unidas   -­‐a   la   que   asistieron   representantes   de   178   países   y   112   jefes   de   Estado-­‐   y   el   Foro   Mundial,   una   conferencia   paralela   de   los   sectores   independientes   (ONG   ambientalistas   y   otros   sectores   relacionados   con   el   desarrollo,   las   industrias,   los   pueblos   tradicionales,   mujeres,  etc.).       Este  evento,  también  conocido  como  la   Cumbre   de   la   Tierra   (Earth   Summit)   o   Río-­‐92,   fue   considerado   un   hito   en   la   historia   de   la   humanidad,   por   su   contribución   para   cambiar   el   estilo   de    

• Presentación de  la  Agenda  21.       Estos  documentos  son  instrumentos  de   compromiso   internacional   con   el   desarrollo   sostenible,   considerados   los   marcos   institucionales   de   los   esfuerzos   conjuntos   de   los   gobiernos   de   todo   el   mundo  a  las  acciones  que  combinan  el   desarrollo  y  el  medio  ambiente.  De  esta   manera,    “el  vínculo  entre  el  desarrollo   socioeconómico   y   el   entorno   cambiante,   ignorado   durante   décadas,   entró   en   el   discurso   oficial   de   la   mayoría   de   los   gobiernos   del   mundo"   (Brüseke,  1996).              

21


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                Thauan  Santos  y  Luan  Santos  

La Agenda  21         La  Agenda  21  es  un  programa  de  acción   que  tiene  por  objeto  poner  en  práctica   los   principios   acordados   en   la   Declaración  de  Río.  Aunque  no  se  haya   adoptado   formalmente   en   la   Conferencia   de   Río   de   Janeiro,   la   Agenda   21   contiene   una   hoja   de   ruta   detallada   de   las   acciones   concretas   a   ser   adoptadas   por   los   gobiernos,   las   instituciones   de   Naciones   Unidas,   los   organismos  de  desarrollo  y  los  sectores   independientes   para   iniciar   el   proceso   de   transición   hacia   el   desarrollo   sostenible.       El  documento  se  basa  en  la  premisa  de   que   la   humanidad   estaba   en   un   momento  decisivo  en  su  historia,  en  el   que   se   estaban   debatiendo   temas   cruciales   como   la   continuación   de   las   políticas   actuales   destinadas   a   perpetuar   las   disparidades   económicas   entre  países  y  dentro  de  los  mismos,  el   aumento   de   la   pobreza,   el   hambre,   las   enfermedades   y   el   analfabetismo   en   todo  el  mundo  y,  también,  el  deterioro   de   los   ecosistemas   de   los   que   dependemos   para   mantener   la   vida   en   la   Tierra.   Propone,   por   lo   tanto,   cambiar   la   dirección   hacia   un   mejor   nivel   de   vida   para   todos,   una   mejor   gestión  y  protección  los  ecosistemas,  y   un  futuro  más  próspero  y  seguro.       La   Agenda   21   se   divide   en   cuatro   secciones  y  40  capítulos,  con  más  de  un   centenar   de   propuestas   de   programas   que   contienen   casi   un   millar   de   actividades.   Todos   los   capítulos   siguen   la   misma   estructura:   cada   programa   contiene   una   introducción   que   define   su   propósito,   seguido   por   una   sección  

llamada "bases   para   la   acción",   que   explica   la   necesidad   del   programa,   la   relación   de   las   actividades   propuestas,   y,  por  último,  una  sección  denominada   "medios  para  la  puesta  en  práctica".       La  Sección  I  se  refiere  a  las  dimensiones   sociales   y   económicas   del   desarrollo   sostenible   en   los   países   en   desarrollo:   la  lucha  contra  la  pobreza,  el  cambio  de   los   patrones   de   consumo,   la   dinámica   demográfica   y   la   sostenibilidad,   la   protección   y   promoción   de   la   salud   humana,   el   desarrollo   y   los   derechos   humanos,   y   la   integración   del   medio   ambiente  en  toma  de  decisiones.       La    Sección   II   se   ocupa   de   la   conservación   y   el   manejo   de   los   recursos   naturales   para   el   desarrollo.   Incluye,   entre   otros,   los   siguientes   temas:   la   protección   de   la   atmósfera,   la   desertificación  y  la  sequía,  los  océanos,   el  agua  dulce,  los  residuos  peligrosos,  la   biodiversidad   y   la   lucha   contra   la   deforestación.         La   Sección   III   se   refiere   a   la   consolidación   del   papel   de   los   grupos   sociales  en  la  aplicación  del  objetivo  del   desarrollo   sostenible.   Contiene   temas   relacionados   con   las   mujeres,   jóvenes   y   niños,   los   pueblos   indígenas,   las   organizaciones   no   gubernamentales,   las  autoridades  locales,  los  trabajadores   y   sindicatos,   el   sector   empresarial   y   la   industria,   la   comunidad   científica   y   tecnológica  y  los  agricultores.       Finalmente,   la   Sección   IV   se   refiere   a   los   medios   de   implementación,   con   capítulos   sobre   Recursos   y   Mecanismos   Financieros,   Transferencia,  

22


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales…  

Cooperación y   Formación   Tecnológica,   Ciencias   para   el   Desarrollo   Sostenible,   la   Promoción   de   la   Educación,   Formación  y  Sociedad  de  la  Conciencia,   los   Mecanismos   Nacionales   y   de   Cooperación   Internacional   para   el   Fortalecimiento   Institucional   en   los   Países   en   Desarrollo,   Informaciones   para   la   Toma   de   Decisiones,   los   Acuerdos   Internacionales   Institucionales,   y   los   Instrumentos   y   Mecanismos  Legales  Internacionales.       La   Agenda   21   es   un   documento   de   política   que   requiere   una   amplia   participación  de  la  sociedad  en  la  toma   de   decisiones   adecuadas,   así   como   la   existencia   de   mecanismos   institucionales   para   promover   su   aplicación.   Se   trata   de   un   proceso   de   transformación   de   cambio   de   las   actitudes   culturales   y   conductas   hacia   una   sociedad   con   la   producción   y   el   consumo   sostenibles.   Se   supone   que   los   gobiernos   y   la   sociedad   en   general   discuten   y   diagnostican   los   problemas,   identificando   y   comprendiendo   los   conflictos   en   cuestión,   y   decidiendo   la   mejor   manera   de   resolverlos,   para   iniciar  el  camino  hacia  la  sostenibilidad   de  la  biosfera.5       Como  veremos  en  la  sección  que  sigue,   el   gobierno   brasileño   se   ha   interesado   en   crear   programas   en   diferentes   áreas,   a   saber:   Nacional,   Regional   y   Local.   Así,   se   percibe   la   forma   sincronizada   con   los   conceptos   de   la   cooperación   descentralizada,   así   como   el   enfoque   del   stakeholder   approach,   ya   que   vemos   la   participación   de   una  

amplia gama  de  actores  no  estatales  en   el  proceso.       Las  Agendas  21  Nacionales  y  la  Agenda   21  Brasileña       El   capítulo   38   de   la   Agenda   21   recomienda   que   los   países   creen   una   estructura   nacional   de   coordinación   encargada  de  la  redacción  de  la  Agenda   21   Nacional   en   cada   país.   En   la   metodología   utilizada   a   nivel   internacional  para  la  construcción  de  la   Agenda   21   Nacional   se   aborda   la   colaboración   entre   los   distintos   niveles   de   gobierno,   el   sector   productivo   y   las   organizaciones  de  la  sociedad  civil.       La   Dirección   Nacional   de   la   Agenda   21   tiene   el   objetivo   de   establecer   los   parámetros   de   una   estrategia   de   desarrollo   sostenible   mediante   el   establecimiento   de   las   prioridades   nacionales   que   permitan   el   uso   sostenible   de   los   recursos   naturales.   Además,  es  preciso  tener  en  cuenta  las   ventajas   comparativas   del   país   para   producir   de   manera   más   eficiente   los   bienes   y   servicios   a   la   sociedad,   así   como   las   debilidades   en   entornos   específicos.       La   construcción   de   la   Agenda   21   brasileña   surgió   de   la   activación   de   un   proceso   de   planificación   participativa   con  el  fin  de  analizar  la  situación  actual   del  país  para  identificar  las  fortalezas  y   debilidades   y,   de   esta   forma,   plantear   el   desarrollo   futuro   de   una   manera   sostenible.   Para   ello,   trató   de   abordar   la   realidad   brasileña   desde   una   óptica   multisectorial,   a   partir   de   diagnósticos   sectoriales   elaborados   por   expertos   y  

                                                                                                              5

Instituto   Brasil   PNUMA   –   Comité   Brasileño   del   Programa  de  las  Naciones  Unidas  para  el  Medio   Ambiente.    

23


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                Thauan  Santos  y  Luan  Santos  

con el   apoyo   de   una   amplia   participación   de   representantes   de   diferentes   sectores   de   la   sociedad   de   todas   las   regiones   del   país,   incluida   la   participación   en   el   ámbito   académico   (CPDS,  2000).       Es   evidente,   por   lo   tanto,   la   importancia   de   la   Agenda   21   brasileña   como  resultado  de  un  extenso  proceso   de   planificación   participativa   y   con   estatus   de   plan   nacional   de   desarrollo   sostenible.   En   este   sentido,   el   documento   derivado   de   esta   discusión   representa  un  avance  importante  de  las   políticas   de   subvención   potencial   centrado   en   el   desarrollo   sostenible,   que   incorpora   los   principios,   compromisos   y   metas   establecidas   en   el  Agenda  21  Global.       Según   Malheiros   et   al.   (2008),   dentro   de  este  enfoque  participativo,  distintas   adiciones   y   supresiones   se   adoptaron   en   las   reuniones   celebradas   en   cinco   estados   y   en   las   macro-­‐regiones   brasileñas.   Las   discusiones   finales   se   llevaran  a  cabo  en  Brasilia,  culminando   con   el   lanzamiento,   en   2002,   de   la   "Agenda   21   brasileña:   acciones   prioritarias"  y  "Agenda  21:  el  resultado   de   la   consulta   nacional"   (CPDS,   2002a,   b),   presentados   en   el   encuentro   mundial   Río+10,   que   se   celebró   Johannesburgo.       Las  Agendas  21  Regionales       Algunos   estados   de   Brasil,   incluyendo   Río   Grande   del   Sur,   Minas   Gerais   y   Bahía,  entre  otros,  pusieron  en  marcha   sus   Agendas   21   Estatales.   El   caso   del   Estado   de   Minas   Gerais   es   un   buen  

ejemplo de   una   Agenda   Regional   21.   Ya   en   1995,   el   Plan   de   Desarrollo   Integral   de   la   ciudad   afirmaba   que   los   programas   y   acciones   del   gobierno   deberían   tener   como   referencia   básica   el  tema  del  medio  ambiente  y  que,  para   la   elaboración   de   su   Agenda   21,   se   deberían   tomar   como   base   los   documentos   finales   de   la   Río-­‐92.   A   continuación,   fue   creado   el   Departamento   de   Estado   de   Medio   Ambiente   y   Desarrollo   Sostenible.   También   en   1995   el   gobierno   aprobó   la   Ley   12.040,   que   creó   el   Impuesto   sobre   Circulación   de   Mercaderías   y   Servicios   Ecológicos   (ICMS   Ecológico),   fomentando   la   preservación   de   los   recursos   naturales   y   el   saneamiento   ambiental.   Por   el   éxito   que   obtuvo,   este   tipo   de   instrumento   económico   ha   sido   adoptado   por   un   número   considerable  de  estados.       Las  Agendas  21  Locales       El   capítulo   28   de   la   Agenda   21,   "Iniciativas   de   las   autoridades   locales   en   apoyo   de   la   Agenda   21",   se   establecen   los   supuestos,   métodos   y   principios   para   la   orientación   de   las   autoridades  locales  en  la  búsqueda  del   desarrollo   sostenible.   Las   Agendas   21   Locales     son   de   vital   importancia   en   la   construcción   del   desarrollo   sostenible   dado   el   enorme   poder   de   movilizar   a   las   comunidades   y   a   los   gobiernos   locales.         Según  Malheiros  et  al.  (2008),  en  Brasil   muchos   municipios   han   tomado   la   iniciativa   para   construir   sus   Agendas   21   Locales,  con  énfasis  en  los  procesos  de   Agendas  21  de  São  Paulo-­‐SP  (1996),  Río   de  Janeiro-­‐RJ  (1996),  Vitória-­‐ES  (1996  ),  

24


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales…  

Joinville-­‐SC (1998),   Florianópolis-­‐SC   (2000),   Jaboticabal-­‐SP   (2000),   Ribeirão   Pires-­‐SP  (2003),  entre  otros.     El   Ministerio   de   Medio   Ambiente   (MMA)   ha   dado   apoyo   técnico   y   financiero  (a  través  del  Fondo  Nacional   de   Medio   Ambiente)   para   la   preparación   de   la   Agenda   21   Local     y   publicó   un   documento   titulado   "Manual   para   la   aplicación   de   la   Agenda   Local   21".   Más   allá   del   MMA,   algunos   estados   y   ONGs   se   han   destacado   en   la   labor   de   apoyar   a   los   municipios  en  la  implementación  de  las   Agendas  21  Locales.    

términos relativos.   El   resultado   es   un   lindo   discurso   internacional   sobre   el   problema,   pero   pocas   prácticas   empíricas   y   políticas   para   mitigar   los   conflictos.       En   este   sentido,   vale   la   pena   subrayar   el   papel   de   Brasil,   país   emergente   de   América   del   Sur   con   un   fuerte   crecimiento   internacional,   no   sólo   en   lo   económico,   sino   que   sobre   todo   en   el   aspecto   político,   como   un   país   que   no   sólo   trabaja   para   promover   el   desarrollo   sostenible   en   las   diferentes   escalas   de   gobierno,   sino   que   se   ha   destacado  a  nivel  internacional,  debido   a   sus   esfuerzos   sistemáticos   y   resultados   alcanzados.   La   creación   de   una   Agenda   Nacional   (País),   Regional   (Estados)   y   Local   (Municipios)   basadas   en   la   Conferencia   de   Río-­‐92   muestran   esta   condición.   Asimismo,   el   debate   actual   y   la   movilización   nacional   en   la   Río+20,  que  vuelve  a  ocurrir  en  el  país,   más  que  confirman  esta  tesis.       La  crisis  paradigmática  en  el  desarrollo,   antes   pensado   en   términos   de   crecimiento   económico   y   ahora   asociado   con   el   desarrollo   social,   de   oportunidades,   económico,   cultural   y   sostenible   ambientalmente,   lleva   a   la   necesidad   de   evaluar   y   permitir   la   interacción   de   los   nuevos   agentes   de   este   proceso,   más   allá   de   un   enfoque   realista,   y   a   considerar   otros   actores   como   académicos,   GNC,   las   ONG,   la   sociedad  civil  y  la  prensa  internacional.   Aunque  estos  actores  tengan  diferentes   capacidades   de   procesamiento   efectivo,  y,  con  frecuencia,  pertenezcan   a   una   jerarquía   de   poder,   es   necesario   que   actúen   creando   sinergias   entre   todos   para   lograr   los   objetivos   fijados   en   conjunto,   ya   que   las   externalidades  

CONCLUSIONES  

  Como  puede  observarse,  es  necesario  ir   más  allá  de  la  evaluación  de  la  función   y   la   importancia   de   los   Estados-­‐nación   para   abordar   la   cuestión   del   desarrollo   sostenible,   sobre   todo   cuando   se   enfrentan  a  un  escenario  de  relaciones   internacionales.   Así,   el   estudio   de   los   niveles   de   análisis   y   la   paradiplomacia   de   múltiples   partes   interesadas   resalta   el   papel   cada   vez   mayor   de   nuevos   actores,   que   tienen   las   condiciones   para   contribuir   a   la   cuestión   y   poner   en   primer   plano   la   discusión   de   la   cooperación  descentralizada.       Además,   es   necesario   tener   en   cuenta   que  los  conceptos  de  "paradiplomacia"   y  "desarrollo  sostenible"  son  fuente  de   intesos   debates   y   muchos   problemas   asociados.   Por   lo   tanto,   los   países   de   todo   el   mundo   hacen   uso   de   esta   confusión   en   el   debate   para   adentrar   en   la   discusión   como   preocupados   y/o   alineados   con   las   nuevas   tendencias,   aunque,   de   hecho,   poco   se   avance   en    

25


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                Thauan  Santos  y  Luan  Santos  

positivas del   modelo   de   desarrollo   sostenible   afectan   a   la   población    

mundial como  un  todo.  

REFERENCIAS   Aguirre,  I.  (1999),  “Making  sense  of  Paradiplomacy?  An  Intertextual  Inquiry  about  a  Concept  in  Search  of   a   Definition”   in   Aldecou,   F.   and   Keating,   M.   (eds.),   Paradiplomacy   in   Action:   the   foreign   relations  of  subnational  governments,  London/Portland,  OR,  Frank  Class.   Barros-­‐Platinau,  A.  F.,  Schleicher,  R.  T.,  Varella,  M.  D  (2004),  “Meio  ambiente  e  Relações  Internacionais:   perspectivas  teóricas,  respostas  institucionais  e  novas  dimensões  de  debate”,  Rev.  Bras.  Polít.   Int.,  47,  2,  pp.  100-­‐130.   Brüseke,  F.  J.  (1996),  “Desestruturação  e  desenvolvimento”  en  Viola,  E.;  Ferreira,  L.  C.  (org.),  Incertezas   de  sustentabilidade  na  globalização,  Campinas,  Unicamp,  pp.  103-­‐132.   Constanza,   R.   (2009),   “Toward   a   New   Sustainable   Economy”,   Real-­‐world   Economics   Review,   v.   49,   pp.   20-­‐51.   Carson,  Rachel  (1962),  Silent  Spring,  New  York,  Houghton  Mifflin.   Castelo   Branco,   Álvaro   C.   (2007),   “A   Paradiplomacia   como   Forma   de   Inserção   Internacional   de   Unidades   Subanacionais”,  PRISMAS:  Dir.,  Pol.Pub.  e  Mundial,  Brasília,  v.4,  n,  1,  jan/jul,  pp.  48-­‐67.     Cornago,   Noé   (2001),   “Exploring   the   Global   Dimensions   of   Paradiplomacy:   functional   and   normative   dynamics   in   the   global   spreading   of   subnational   involvement”   in   foreign   affairs   en   AA.VV.,Foreign   Relations   of   Constituent   Units,   Forum   of   Federations/Forum   des   Fédérations,   Ottawa.     Costa,   Rosane   Ribas   da   (2002),   “Influências   Externas   em   Processos   de   Transição   Democrática:   O   Caso   Espanhol”,   Rio   de   Janeiro,   Dissertação   de   Mestrado   em   Relações   Internacionais,   Instituto   de   Relações  Internacionais  da  Pontifícia  Universidade    Católica  do  Rio  de  Janeiro  (IRI/PUC-­‐Rio).   CPDS   (2000),   Comissão   de   Políticas   de   Desenvolvimento   Sustentável   e   da   Agenda   21   brasileira:   bases   para  discussão,  Brasília,  DF,  MMA,  PNUD.   _____  (2000a),  Comissão  de  Políticas  de  Desenvolvimento  Sustentável  e  da  Agenda  21  Nacional.  Agenda   21  brasileira:  resultado  da  consulta  nacional,  Brasília,  DF,  MMA,  PNUD.   _____  (2000b),  Comissão  de  Políticas  de  Desenvolvimento  Sustentável  e  da  Agenda  21  Nacional.  Agenda   21  brasileira:  ações  prioritárias,  Brasília,  DF,  MMA,  PNUD.   Der  Derian,  James  (1987),  On  Diplomacy:  a  Genealogy  of  Western  Estrangement,  Oxford,  Basil  Blackwell.   Duchacek,   Ivo   D.   (1986a),   The   Territorial   Dimension   of   Politics:   Within,   Among   and   Across   Nations,   Boulder  and  London,  Westview  Press.   _____   (1986b),   International   Competence   of   Subnational   Governments:   Borderlines   and   Beyond   en   Oscar  J.  Martinez  (ed),  Across  Boundaries:  Transborder  Interaction  in  Comparative  Perspective,   The  University  of  Texas  at  El  Paso,  Texas  Western  Press.   Duchacek,  Ivo  D.,  Stevenson,  Garth  (1988),  Perforated  Sovereignties  and  International  Relations:  Trans-­‐ Sovereign  Contacts  of  Subnational  Governments,  New  York  and  London,  Greenwood  Press.     Freeman,  R.  Edward  (1984),  Strategic  Management:  A  stakeholder  approach,  Boston,  Pitman.     Georgescu-­‐Roegen,  N.  (1971),  The  Entropy  Law  and  the  Economic  Process,  Harvard  University  Press.   Gourevitch,   Peter   (1959),   “The   Second   Image:   International   Conflict   and   the   Internal   Structure   of   States”,   in   Waltz,   K.  Man,   State   and   War:   a   Theoretical   Analysis,   NY,   Columbia   University   Press,   pp.  80-­‐156.     Keohane,   Robert   O.,   Nye,   Joseph   S.   (1977),   Power   and   Interdependence.   World   Politics   in   Transition,   Boston,  Little,  Brown  and  Company.     Kuhn,  Thomas  (1974),  “Second  Thoughts  on  Paradigms”  en  Kuhn,  T.  The  Essential  Tension.University   of  Chicago  Press,  Chicago.     Lago,  A.,  Pádua,  J.A.  (1984),  O  que  é  Ecologia.  Editora  Brasiliense.  São  Paulo,  Coleção  Primeiros  Passos,   nº  118.   Malheiros,   Tadeu   Fabricio,   Philippi   JR.,   Arlindo,   Coutinho,   Sonia   Maria   Viggiani   (2008),   “Agenda   21   nacional   e   indicadores   de   desenvolvimento   sustentável:   contexto   brasileiro”,   Saúde   soc.,     São   Paulo,    v.  17,    n.  1,  Março.      

26


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              Desarrollo  sostenible  y  las  relaciones  internacionales…   Maltus,   T.   (1798),   An   Essay   on   the   Principle   of   Population,   as   it   Affects   the   Future   Improvement   of   Society   with   Remarks   on   the   Speculation   of   Mr.   Godwin,   M.   Condorcet,   an   Other   Writers,   Anonymously  Published.   May,  P.  (2010),  Economia  do  Meio  Ambiente:  teoria  e  prática,    2.  ed.,  Rio  de  Janeiro,  Elsevier.   Moravcsik,   Andrew   (1993),   “Preferences   and   power   in   the   European   Community:   A   liberal   intergovernmentalist  approach”,  Journal  of  Common  Market  Studies,  31,  4,  pp.  473–524.   Mueller,   C.   (1996),   “Economia   e   Meio   Ambiente   na   perspectiva   do   mundo   industrializado:   uma   avaliação   da   economia   ambiental   neoclássica”,   Estudos   Econômicos,   v.   26,   n.   2,   mai-­‐ago,   pp   261-­‐304.     Passet,  R  (1979),  L'économique  et  le  Vivant,  Paris,  Traces,  Payot.   Prieto,  Noé  Cornago  (2004),  “O  Outro  Lado  do  Novo  Regionalismo  Pós-­‐soviético  e  da  Ásia-­‐pacífico”  en   Vigevani,  Tullo  (org.),  A  dimensão  subnacional  e  as  relações  internacionais,  São  Paulo,  Unesp.     Santos,  Luan,  Santos,  Thauan  (2011),  “Comercio  Internacional  y  Medio  Ambiente:  sus  Contribuciones  al   Desarrollo  Económico  y  sus  relaciones  con  los  Impactos  Ambientales  Globales”,  V  CISCA  (Anais),   Argentina,  Santa  Fé.   _____  (2011a),  “Perspectivas  para  a  discussão  teórica  acerca  do  meio  ambiente  a  partir  da  evolução  do   pensamento  econômico”,  Revista  Wolfius,  Brasil,  Rio  de  Janeiro,  v.1,  n.1,  jan-­‐jun,  pp.21-­‐38.   Singer,   David   (1961),   “The   Level-­‐of-­‐Analysis   Problem   in   International   Relations”,   Wold   Politics,   vol.   14,   pp.  77-­‐92.   Soldatos,   Panayotis   (1990),   “An   Explanatory   Framework   for   the   Study   of   Federated   States   as   Foreign-­‐ policy  Actors”  in  Federalism  and  International  Relations:  the  role  of  subnational  units,  Oxford,   Claredon  Press,  pp.  34-­‐53.       United  Nations  General  Assembly  (1992),  Rio  Declaration  on  Environment  and  Development.  Report  of   the   United   Nations   Conference   on   Environment   and   Development,   Rio   de   Janeiro,   June   3-­‐14,   1992.  A/CONF.151/26  (Vol.  I),  New  York,  UN.   Waltz,  Kenneth  (1959),  Man,  State  and  War:  a  Theoretical  Analysis,  NY,  Columbia  University  Press,  pp.   1-­‐15.   Walker,  R.  B.  J  (1988),  One  World,  Many  Worlds,  Lynne  Rienner,  pp.  11-­‐31.    

     

           

27


28


La Construcción  de  una  Identidad  Sostenible:  El   Congreso  Mundial  de  ICLEI  en  Belo  Horizonte  y  la   Preparación  de  los  Gobiernos  Locales  para  la  Rio+20         Abstract  

Rafael Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

BUILDING A   SUSTAINABLE   INTERNATIONAL   IDENTITY:   ICLEI   WORLD   CONGRESS   IN   BELO   HORIZONTE  AND  PREPARATION  OF  LOCAL  GOVERNMENTS  FOR  RIO+20  

© Adriana  Roque  2012.  

This   article   discusses   the   strategy   undertaken   by   Belo   Horizonte   (Brazil)   to   build   a   sustainable   international   identity.  The   first   section   presents   the   inclusion   of   environmental   issues   on   the   international   agenda,   which   has   strengthened   the   role   of   cities   as   international   actors.   The   second   part   discusses,   from   a   critical   perspective,   the   integration   of   cities   into   the   environmental   and   sustainable  development  international  debate,  such   as   in   the   UN   conference   on   climate   change,   the   Agenda   21,   the   Millennium   Development   Goals   and   the   creation   discussion   forums   and   specific   networks   of   decentralized   cooperation,   such   as   ICLEI   Network.   The   last   part   addresses   the   organization  and  preparation  of  Belo  Horizonte  for  the  ICLEI  World  Congress  in  2012,   assuming  that  this  meeting  is  strategic  on  defining  the  position  of  local  governments   for   Rio   +20   and,   at   the   same   time,   it   marks   the   end   of   a   cycle   in   the   image-­‐building   process  of  Belo  Horizonte  as  an  international  leader  in  public  policies  for  sustainable   urban   management.   The   article   reaches   two   important   conclusions:   the   first   is   that   environment  and  sustainable  development  are  topics  increasingly  covered  in  the  New   Urban  Agenda,  justifying  efforts  of  cities  such  as  Belo  Horizonte  to  build  a  sustainable   international   identity.   The   second   is   that   the   international   historical   development   of   this   issues,   both   at   a   national   and   local   level,   have   transformed   Rio+20   into   a   strategic   framework   for   the   future   management   of   many   areas   of   contemporary   society   worldwide,  such  as  economics  and  politics.     Key  words:  Belo  Horizonte,  decentralized  cooperation,  sustainable  development,  ICLEI,   Rio+20.    

29  


Resumo

A CONSTRUÇÃO  DE  UMA   IDENTIDADE   SUSTENTÁVEL:   O   CONGRESSO   MUNDIAL  DE   ICLEI   EM  BELO  HORIZONTE  E  A  PREPARAÇÃO  DOS  GOVERNOS  LOCAIS  PARA  A  RIO+20     O   artigo   tem   como   objetivo   discutir   a   estratégia   empreendida   nos   últimos   dez   anos   por   Belo   Horizonte   (Brasil)   para   a   construção   de   uma   identidade   sustentável   de   alcance  internacional.  Para  tanto,  o  texto  está  dividido  em  três  partes.  Na  primeira  se   apresenta  o  fenômeno  da  ascensão  da  temática    temática  ambiental  no  rol  da  agenda   internacional   paralelamente   ao   fortalecimento   do   papel   das   cidades   como   atores   internacionais.  A  segunda  parte  se  dedica  a    discussão,  desde  uma  base  crítica,  sobre  o   processo   de   incorporação   da    temática   ambiental   e   do   desenvolvimento   sustentável   pelas   cidades,   buscando,   assim,   referências   em   marcos   significativos   tais   como   as   Conferências  das  Nações    Unidas  sobre  as  Mudanças  Climáticas,  criação  da  Agenda  21,   dos   Objetivos   do   Milênio,   de   espaços   de   discussão   e   de   redes   de   cooperação   descentralizadas   específicas   para   a   temática,   como   no   caso   da   Rede   ICLEI.   A   última   parte   trata   do   processo   de   organização   e   preparação   de   Belo   Horizonte   para   o   Congresso   Mundial   de   ICLEI   de   2012   a   partir   da   perspectiva   de   que   este   encontro   tenha  importância  estratégica  para  a  posição  dos  governos  locais  frente  a    Rio+20,  ao   mesmo  tempo  que  marca  o  fim  de  um  ciclo  do  processo  de  construção  da  imagem  de   Belo  Horizonte  como  uma  referência  internacional  em  políticas  públicas  para  a  gestão   urbana  sustentável.  Assim,  se  chega  a  duas  conclusões  importantes:  a  primeira  é  que    a   temática   ambiental   e   de   desenvolvimento   sustentável   é   um   tópico   cada   vez   mais   tratado   na   Nova   Agenda   Urbana   e   isso   justifica   o   esforço   de   cidades   como   Belo   Horizonte  em  construir  uma  identidade  sustentável  em  nível  internacional  e  a  segunda   é  que  o  histórico  da  discussão  internacional  desta  temática  tanto  no  nivel  estatal  como   no   nível   local   transformam   a   Conferência   Rio+20   em   um   marco   estratégicamente   importante   para   o   futuro   da   gestão   de   muitas   das   esferas   da   sociedade   contemporânea  mundial,  tais  como  a  economia  e  a  política..       Palavras-­‐chave:   Belo   Horizonte,   cooperação   descentralizada,   desenvolvimento   sustentável,  ICLEI,  Rio+20.                

30  


LA CONSTRUCCIÓN  DE  UNA  IDENTIDAD   SOSTENIBLE:  EL  CONGRESO  MUNDIAL  DE   ICLEI  EN  BELO  HORIZONTE  Y  LA  PREPARACIÓN   DE  LOS  GOBIERNOS  LOCALES  PARA  LA  RIO+20  

 

Resumen

Rafael  Pinto  da  Silva    y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

El  artículo  tiene  el  objetivo  de  discutir  la  estrategia  emprendida  en  los  últimos  diez   años  por  Belo  Horizonte  (Brasil)  para  la  construcción  de  una  identidad  sostenible  de   alcance  internacional.  Para  ello,  el  texto  está  dividido  en  tres  partes.  En  la  primera  se   presenta   el   fenómeno   del   posicionamiento   de   la   temática   ambiental   en   la   agenda   internacional,   paralelamente   al   fortalecimiento   del   papel   de   las   ciudades   como   actores   internacionales.   La   segunda   parte   se   dedica   a   la   discusión,   desde   una   perspectiva  crítica,  sobre  el  proceso  de  incorporación  de  la  temática  ambiental  y  de   desarrollo   sostenible   en   las   ciudades;   buscando,   así,   referencias   en   marcos   significativos   como   las   conferencias   de   Naciones   Unidas   sobre   cambio   climático,   la   creación   de   la   Agenda   21,   los   Objetivos   del   Milenio,   así   como   la   conformación   de   espacios  de  discusión  y  redes  de  cooperación  descentralizada  específicas,  como  es  el   caso  de  la  Red  ICLEI.  La  última  parte  trata  el  proceso  de  organización  y  preparación   de   Belo   Horizonte   para   el   Congreso   Mundial   de   ICLEI   en   2012,   partiendo   del   supuesto   de   que   este   encuentro   tiene   importancia   estratégica   para   delinear   la   posición   de   los   gobiernos   locales   frente   a   la   Conferencia   Río+20,   al   mismo   tiempo   que   marca   el   fin   de   un   ciclo   en   el   proceso   de   construcción   de   la   imagen   de   Belo   Horizonte   como   una   referencia   internacional   en   políticas   públicas   para   la   gestión   urbana  sostenible.  Así,  se  llega  a  dos  importantes  conclusiones:  la  primera  es  que  la   temática  ambiental  y  de  desarrollo  sostenible  son  tópicos  cada  vez  más  tratados  en   la   Nueva   Agenda   Urbana   y   esto   justifica   el   esfuerzo   de   ciudades   como   Belo   Horizonte  en  construir  una  identidad  sostenible  a  nivel  internacional.  La  segunda  es   que  el  desarrollo  histórico  de  la  discusión  internacional  en  la  materia,  tanto  a  nivel   estatal   como   a   nivel   local,   transforman   a   la   Conferencia   Río+20   en   un   marco   estratégico   para   el   futuro   de   la   gestión   de   muchas   esferas   de   la   sociedad   contemporánea  mundial,  tales  como  la  economía  y  la  política.       Palabras   clave:   Belo   Horizonte,   cooperación   descentralizada,   desarrollo   sostenible,   ICLEI,  Río+20.      

  31  


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

low politics,9   como   por   ejemplo,   las   temáticas   medioambientales   y   de   desarrollo   sostenible.   Así,   la   cuestión   medioambiental   se   ha   transformado   en   una   de   las   vitrinas   de   la   diplomacia   contemporánea,   poniendo   en   marcha   proyectos  que  hacen  dialogar  a  círculos   estatales   y   círculos   descentralizados,   como   es   el   caso   de   la   Río+20   y   el   Congreso  Mundial  de  ICLEI  2012.         Tomando  estas  premisas  como  punto  de   partida,   el   artículo   sigue   la   discusión   sobre  el  posicionamiento  de  la  temática   medioambiental   en   la   agenda   internacional   y   sobre   la   10 paradiplomacia   en   cuanto   estrategia  

INTRODUCCIÓN     En   las   últimas   cuatro   décadas,   tres   fenómenos   con   alto   grado   de   articulación   han   figurado   simultáneamente   en   el   paisaje   internacional  y  local:  el  nuevo  vigor  y  la   descentralización   de   la   práctica   diplomática   (Pluijm,   2007;   Khanna,   2011),   la   inclusión   de   la   temática   ambiental   en   la   arena   de   las   relaciones   internacionales   (Mariano,   1995)   y   el   fortalecimiento   del   papel   de   las   ciudades   como   actores   internacionales   (Prado,  2007;  Mina,  2003).       Los  motivos,  a  pesar  de  distintos,  están   relacionados   al   nivel   de   interdependencia   compleja,6   resultado   de   las   consecuencias   prácticas   de   la   globalización   que   han   garantizado   múltiples   canales   de   interacción,   formales  e  informales,  tanto  en  la  esfera   interestatal   como   en   los   ámbitos   transgubernamentales  y  transnacionales   (Keohane;  Nye,  1998).         Para  la  agenda  internacional,7  uno  de  los   principales   efectos   fue   el   relativo   desprendimiento   de   asuntos   de   high   politics8  para  la  inclusión  de  asuntos  de  

                                                                                                             

seguridad internacional   (Messari;   Nogueira,   2005).   9   En   contraposición   a   la   definición   de   high   politics,   low   politics   designa   a   los   temas   que   tradicionalmente   no   son   centrales   en   la   agenda   internacional,   tales   como   los   desafíos   medioambientales   y   el   desarrollo   sostenible   (Messari;  Nogueira,  2005).  Actualmente,  algunas   transformaciones   importantes   están   relativizando   la   línea   que   separa   los   asuntos   de   high   y   low   politics,   y   esto   ocurre   gracias   a   la   emergencia  y  urgencia  de  la  discusión  de  nuevos   temas  y  su  transversalidad.   10     Panayotis   Soldatos   (1990)   fue   quien   esbozó   el  concepto  de  paradiplomacia  para  designar  la   actividad   diplomática   desarrollada   entre   entidades   no-­‐centrales,   situadas   en   diferentes   Estados   (Lessa,   2002:8).   Sin   embargo,   posteriormente   surgieron   críticas   que   señalaron   como   falsa   la   noción   que   este   concepto   presenta   sobre   la   existencia   de   dos   líneas   para   el   ejercicio   de   la   diplomacia:   una   central  conducida  por  los  gobiernos  nacionales   y   otra   paralela   conducida   por   las   ciudades   (Duchacek   et     al.,     1988,     apud     Pluijm;     Melissen,     2007).   Estas   críticas   defienden   que   aún   cuando   operen   en   ‘mundos’   separados,   Estados   y   ciudades   forman   parte   de   un   mismo   ambiente  diplomático    (Pluijm;  Melissen    2007).   Aunque   se   tiene   conocimiento   de   estas   críticas,   el   presente   artículo   opta   por   la   utilización   del   concepto   de   paradiplomacia   pues   se   entiende   que  existen  particularidades  en  las  experiencias  

                                                                                                              6

El  concepto  de  interdependencia  compleja  en   las   relaciones   internacionales   se   refiere   a   situaciones   caracterizadas   por   efectos   recíprocos   entre   países   o   actores   en   los   diferentes  países  (Keohane;  Nye,  1998).   7   El   término   agenda   internacional   se   refiere   al   conjunto   de   temas,   cuestiones   y   asuntos   debatidos  entre  los  actores  que  hacen  parte  de   las  relaciones  internacionales.   8  En  el  campo  de  las  relaciones  internacionales,   la  expresión  high  politics  designa  el  conjunto  de   temas   que,   tradicionalmente,   son   centrales   en   la   agenda   internacional,   tales   como   la  

32


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

CIUDADES, PARADIPLOMACIA  Y   MEDIO  AMBIENTE  

de promoción   de   las   ciudades   como   actores   importantes   para   el   desarrollo   sostenible  global.     Para   ello   se   toma   nota   de   la   experiencia   de   Belo   Horizonte,   Brasil,   una   ciudad   que   reúne   entre   sus   estrategias   de   actuación   internacional   esfuerzos   para   la   construcción   de   una   identidad   sostenible   a   partir   de   prácticas   paradiplomáticas,   como   la   realización   del   Congreso   Mundial   de   ICLEI,   que   representa   una   valiosa   oportunidad   para   la   preparación   de   los   gobiernos   locales  frente  a  la  Río+20.         Así,   el   hilo   conductor   que   une   a   los   lineamientos   actuales   de   la   paradiplomacia   de   Belo   Horizonte,   el   Congreso  Mundial  de  ICLEI  y  la  Río+20,   el   cual   es   tomado   como   objeto   de   estudio   de   este   artículo,   está   constituido   por   la   conexión   estratégica   de   propósitos   de   dichos   eventos   y   el   nivel   de   interdependencia   entre   ellos   está   reflejado   en   la   idea   de   que   el   éxito   del   Congreso   Mundial   de   ICLEI   parece   ser   también   el   éxito   del   trabajo   paradiplomático   reciente   conducido   por   Belo   Horizonte,   además   de   una   señal   positiva   para   el   posicionamiento   calificado  de  los  gobiernos  locales  en  la   Río+20.      

    El   incremento   de   las   interacciones   internacionales  en  la  Pos-­‐Guerra  Fría  se   ha  ordenado  a  partir  de  la  multiplicación   de   fenómenos   de   interdependencia   (Mariano,   1995).   Esta   multiplicación   es   identificada  a  partir  de  la   incorporación   de   nuevos   temas   a   los   debates   internacionales   que   no   permanecieron   arraigados   a   cuestiones   económicas   o   de   seguridad,   pero   también   a   discusiones   sobre   la   erradicación   de   la   pobreza,   los   derechos   humanos   y   el   medio   ambiente   (Mariano,   1995;   Messari;  Nogueira,  2005).         Los   avances   tecnológicos   de   los   países   desarrollados,   sobre   todo   los   de   naturaleza   nuclear,   empezaron   a   crear   preocupaciones   de   orden   ambiental   en   los   países   subdesarrollados   (Mariano,   1995)   y   conceptos   como   sensibilidad   y   vulnerabilidad  comenzaron  a  estar  cada   vez   más   presentes   en   los   discursos   de   jefes  de  gobierno.         El  puente  entre  la  discusión  sobre  medio   ambiente   a   luz   del   progreso   nuclear   y   los  debates  sobre  el  efecto  invernadero   y   el   calentamiento   global   no   demoró   mucho   en   ser   construido,   pues   “un   número   creciente   de   personas   se   ha   concienciado   de   la   relevancia   de   los   problemas   de   crecimiento   poblacional,   urbanístico   y   de   los   residuos   químicos   emitidos   por   la   producción   industrial”11   (Mariano,  1995:11).      

                                                                                                              o   situaciones   en   la   forma   en   que   Estados   y   ciudades   abordan   medidas   medioambientales   en   un   mismo   ambiente   diplomático,   de   la   misma   manera   en   que   ocurre   con   otras   áreas   como   la   integración   regional   (el   Comité   de   las   Regiones   de   la   Unión   Europea,   por   ejemplo).   Es   interesante  resaltar  que  se  comparte  la  idea  de   que   dicho   horizonte   de   acciones   diplomáticas   paralelas,   en   términos   de   medio   ambiente   y   desarrollo   sostenible,   cambie   después   de   la   realización   de   la   Rio+20,   pues   todo   parece   indicar   que   habrá   una   consolidación   del   importante   papel   del   nivel   local   por   parte   de   los  círculos  de  decisiones  centrales.  

                                                                                                              11

Traducción  de  los  autores.  

33


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

Hoy, estas  preocupaciones  se  cristalizan   en   la   forma   de   principios   sostenibles   que,   de   manera   casi   obligatoria,   orientan   el   trabajo   de   diplomáticos   y   la   actividad  de  las  empresas,  los  gobiernos,   la   sociedad   civil   organizada   y   las   universidades.   Así,   se   puede   concordar   con  una  visión  de  Khanna  (2011),  quien   afirma   que   la   multiplicidad   de   actores   puede  ser  buena  cuando  todos  hacen  su   parte  para  enfrentar  un  desafío  común,   que   ningún   gobierno   u   organización   es   capaz  de  afrontarlo  por  sí  solo.       Este   autor,   en   un   discurso   audaz,   establece   que   la   diplomacia   es   el   secreto   para   el   éxito   en   gobernar   el   mundo   y   que   el   diseño   diplomático   global   puede   ser   la   clave   para   encontrar   respuestas   a   muchos   desafíos   actuales,   inclusive  los  medioambientales.  A  pesar   de   que   estas   afirmaciones   pueden   ser   arriesgadas,   Khanna   (2011)   está   lejos   de   equivocarse.           Para  él,  la  diplomacia  no  está  muerta  y,   en   el   siglo   XXI,   la   tecnología,   el   capitalismo  y  las  agendas  ambientales  y   morales   multiplicaron   sus   participantes   que,   como   en   la   Era   Medieval,   son   “potencias   emergentes,   corporaciones   multinacionales,   familias   poderosas,   humanistas,   extremistas   religiosos,   universidades  y  mercenarios”12  (Khanna,   2011:14).   Para   reforzar   más   aún   el   discurso   ‘neomedievalista’,   es   posible   observar   que   la   diplomacia   está   regresando   a   las   ciudades   a   través   del   fenómeno  de  la  paradiplomacia.         Mientras   la   palabra   diplomacia   proviene   del   greco   diploun   que   se   refiere   a   los   diplomas  que  autorizaban  la  entrada  en                                                                                                                  

territorio extranjero   (Khanna,   2011),   paradiplomacia  es  un  término  que  surge   de   la   re-­‐contextualización   diplomática   marcada   por   movimientos   de   descentralización.   Este   concepto   define   el   “involucramiento   de   gobiernos   no   centrales   en   las   relaciones   internacionales,   mediante   el   establecimiento   de   contactos   permanentes   y   ad   hoc   con   entidades   públicas   o   privadas   extranjeras”   (Rodrigues,   1998   apud   Santana,   2009:39).         La   paradiplomacia   gana   fuerza,   especialmente,   porque   ya   es   posible   pensar  en  un  mundo  gobernado  por  una   red   de   aldeas13   y,   como   en   la   Era   Medieval,   estas   aldeas   no   son   Estados,   sino  ciudades  (Khanna,  2011).       Hoy,   apenas   cuarenta   ciudades-­‐regiones   son   responsables   por   dos   tercios   de   la   economía  mundial.  Su  poder  proviene  del   dinero,   conocimiento   y   estabilidad.   La   economía   de   Nueva   York,   solamente,   es   más   grande   que   la   economía   de   la   mayor   parte   de   África   Subsahariana.   Ciudades   como   Dubai   se   comportan   como   una   Venecia   del   siglo   XXI   […].   Megaciudades   como   Río   de   Janeiro,   Estambul,   Cairo,   Mumbai,   Nairobi   y   Manila   son   importantes   centros   urbanos   de   sus   países   y   regiones.   Nuestro   mundo   es   más   14 una  red  de  aldeas  que  una  aldea  global   (Khanna,  2011:24).  

    La  explicación  para  este  fenómeno  está   identificada,   según   Borja   y   Castells   (1996),   en   la   diversificación   y     redefinición   de   las   relaciones   entre   los                                                                                                                   13

Para  este  trabajo,  se  entiende  como  aldeas  la   relectura  de  Souza  (2007:58)  para  la  definición   propuesta   por   Benevolo   (2005):   “aglomeraciones   más   simples   en   su   estructura   física  y  social”.   14  Traducción  de  los  autores.  

12

Traducción  de  los  autores.  

34


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

actores a   nivel   transnacional,   que   proporcionaron   una   mayor   visibilidad   a   las   ciudades   en   lo   que   se   refiere   al   cotidiano   de   los   ciudadanos   –aumento   de   la   capacidad   de   las   ciudades   en   términos   de   generación   de   empleos,   provisión   de   servicios   básicos   y   absorción  de  nuevas  tecnologías–  y  a  las   relaciones   internacionales   –por   atraer   inversiones,  promover  el  turismo,  recibir   grandes   eventos   y   participar   activamente  de  foros  mundiales  y  otros   espacios  de  interacción  global–.             En   este   sentido,   es   imprescindible   resaltar   que   al   mismo   tiempo   que   la   proyección  internacional  de  las  ciudades   está   involucrada   prioritariamente   en   factores  de  carácter  económico,  como  la   atracción   y     concentración   de   los   flujos   del   comercio   internacional,   este   fenómeno   empieza   a   ser   influenciado   también   por   los   aspectos   cooperativos   de   la   paradiplomacia   (Santana,   2009),   traducidos   en   la   formación   de   redes   internacionales   temáticas,   gestión   de   proyectos   de   cooperación   descentralizada,   formación   de   alianzas   estratégicas   y   realización   de   eventos,   cumbres  y  congresos  internacionales.  Se   trata   de   un   proceso   que   ultrapasa   el   circuito   Londres,   Nueva   York   y   Tokio   para   incluir   el   circuito   Maputo,   Barcelona  y  Belo  Horizonte  (Silva,  2011,   2012).           En   lo   que   se   refiere   a   la   temática   ambiental,   la   paradiplomacia   refleja   el   desempeño   de   las   ciudades   en   cuanto   actores   internacionales   y   se   presenta   como   estrategia   eficiente   de   fortalecimiento   de   la   capacidad   de   gestión   de   los   gobiernos   locales   (Barreto,   2005;   Ramos,   2008;   Sales,   2010)  y  de  mitigación  de  los  impactos  de  

la fuerza   transformadora   del   proceso   urbano   que   se   expresan   en   algunas   evidencias:         i)   más   de   la   mitad   de   la   población   del   planeta   ya   vive   en   áreas   urbanas;   ii)   las   proyecciones   demográficas   indican   que   más   de   un   90%   del   crecimiento   poblacional   futuro   se   concentrará   en   las   ciudades,   particularmente   en   los   países   más   pobres;   iii)   estimaciones   generales   de   C40,   grupo   que   reúne   a   las   40   mayores   ciudades   del   mundo   para   desarrollar   acciones   cooperativas   para   el   enfrentamiento   del   cambio   climático   global,   surgieren   que   las   ciudades   son   responsables   por   aproximadamente   un   75%   de   la   energía   y   emisiones   de   gases   15 de   efecto   invernadero   (Vargas;   Freitas,   2010,  p.11).  

    La   paradiplomacia   también   sirve   como   un  canal  direccionado  para  el  escenario   internacional   (Branco,   2007),   que   genera   visibilidad   para   las   políticas   públicas   municipales   y   para   los   proyectos   de   desarrollo   urbano   sostenible   de   las   ciudades   (Santana,   2009).   Esta   percepción   parece   ser   una   de   las   justificaciones   para   la   participación   de   ciudades   como   Belo   Horizonte   en   redes   de   cooperación   internacional   descentralizada   que   articulan  ciudades  de  todo  el  mundo  en   torno   a   cuestiones   medioambientales,   como  es  el  caso  del  International  Council   for  Local  Environmental  Initiatives  (ICLEI)   que,   como   será   visto,   representa,   hoy,   causa   y   efecto   de   la   ascensión   de   la   temática   ambiental   en   la   agenda   local,   paralelamente   al   fortalecimiento   del   papel   de   las   ciudades   como   actores   internacionales.    

                                                                                                              15

Traducción  de  los  autores.  

35


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

HACIA EL  CONGRESO  MUNDIAL  DE   ICLEI  Y  LA  RÍO+20    

comprometer la   posibilidad   de   las   generaciones   futuras   para   satisfacer   sus   propias   necesidades”   (WCED,   1991   apud  Tayra,  2011:1).       En   seguida,   en   la   Conferencia   de   las   Naciones   Unidas   sobre   el   Medio   Ambiente   y   Desarrollo,   también   conocida   como   "Río-­‐92"   o   "Eco   92",   celebrada  en  Río  de  Janeiro  en  1992,  se   buscó   el   consenso   de   los   países   acerca   del   concepto   de   desarrollo   sostenible,   tal   como   se   define   en   el   Informe   Brundtland.   En   la   Eco-­‐92,   el   desarrollo   sostenible   a   largo   plazo   comenzó   a   ser   discutido   por   estudiosos   y   ganó   la   atención   de   los   gobiernos,   que   han   tratado   de   crear   políticas   que   cumplan   sus   principios   fundamentales   (Tayra,   2007:1).         En   este   sentido,   el   capítulo   8   de   la   Agenda  21,  un  documento  producido  a   partir   de   la   aplicación   de   la   Eco-­‐92,   alienta   a   los   países   a   adoptar   estrategias  de  desarrollo  sostenible:        

  A   partir   de   la   década   de   1970,   algunas   conferencias   internacionales   importantes   fueron   organizadas   con   el   objetivo   de   discutir,   proponer   soluciones  y  acuerdos  que  marcaron  el   proceso   de   institucionalización   e   internacionalización   del   debate   medioambiental.   Más   recientemente,   fue   posible   que   los   gobiernos   locales   también   se   involucrasen   en   este   proceso   de   institucionalización,   reflejando   las   medidas   internacionales   en  sus  políticas  públicas.         Como  menciona  Matsunaga  (2011:3),  la   creación   del   Programa   de   las   Naciones   Unidas   para   el   Medio   Ambiente   (PNUMA)   y   la   realización   de   la   Conferencia   de   las   Naciones   Unidas   sobre   el   Medio   Humano   en   la   capital   sueca   (Estocolmo)   en   1972,   fueron   importantes  estímulos  para  la  discusión   del  tema,  sobretodo  por  otros  actores.   Según   el   autor,   la   gobernanza   mundial   del   medio   ambiente   que   surgió   después   de   Estocolmo   es   mucho   más   política   y   descentralizada,   y   está   constituida   básicamente   por   negociaciones   y   la   aplicación   de   los   tratados.       En  1987  fue  creado  el  informe  "Nuestro   Futuro   Común",   también   conocido   como   el   "Informe   Brundtland",   en   el   cual  se  entiende  a  la  pobreza  como  una   de   las   causas   y   efectos   principales   de   los   problemas   ambientales   y   atenta   para   la   necesidad   de   promover   el   desarrollo   sostenible   y   la   formalización   de  su  concepto  en  cuanto  “satisfacción   de   las   necesidades   del   presente   sin    

Uno de   los   temas   principales   es   la   necesidad   de   erradicar   la   pobreza,   dando   acceso   a   los   pobres   a   los   recursos   que   necesitan   para   vivir   de   manera   sostenible.   La   Agenda   21   no   es   una   agenda   ambiental:   es   un   programa   de   desarrollo   sostenible,   proporcionando   acciones   concretas   para   ser   aplicadas   por   los   gobiernos   y   la   sociedad   civil   en   todos  los  niveles:  federal,  estatal  y  local   (Agenda  21,  1992).  

  A   partir   de   la   evolución   de   este   contexto,   en   el   año   2000   surge   la   Declaración  del  Milenio  de  las  Naciones   Unidas,   creada   como   un   esfuerzo   para   identificar   los   principales   objetivos   de   los   diversos   acuerdos   internacionales  

36


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

alcanzados en   las   cumbres   mundiales   que   tuvieron   lugar   en   la   década   de   1990   con   temáticas   sobre   desarrollo   sostenible,   igualdad   social   y   erradicación  de  la  pobreza,  entre  otras   (PNUD,  2004).       Los   Objetivos   del   Milenio16   representaron   un   avance   importante   para   la   expansión   de   la   agenda   internacional   y   la   inclusión   de   las   ciudades   en   esta   discusión.   Ellos   estimulan  la  participación  de  entidades   gubernamentales,   empresas   nacionales,   regionales   y   locales   y   la   sociedad   civil,   como   forma   de   contribuir   para   la   consecución   de   los   objetivos   y   promover   el   desarrollo   social   y   económico   de   manera   sostenible  (PNUD,  2012).         Además,   en   2002,   durante   la   Cumbre   Mundial   de   las   Naciones   Unidas   sobre   el   Desarrollo   Sostenible   celebrada   en   Johannesburgo,   fue   evaluado   el   progreso   general   de   la   aplicación   de   la   Agenda   21   desde   la   Eco-­‐92.   Este   encuentro   reunió   a   los   gobiernos   locales   de   todo   el   mundo,   así   como   representantes  de  los  Programas  de  las   Naciones   Unidas   para   el   Desarrollo   (PNUD),   para   el   Medio   Ambiente   (PNUMA),  para  Asentamientos  Urbanos   (HABITAT)  y  la  Organización  Mundial  de   la  Salud  (ICLEI,  2012).        

En Johannesburgo,  durante  las  sesiones   especiales   con   gobiernos   locales,   fueron   evaluados   los   resultados   obtenidos   desde   la   última   conferencia   en   Río   de   Janeiro   y   también   fueron   definidos   nuevos   compromisos   y   acciones   concretas   para   la   promoción   del   desarrollo   sostenible.   En   términos   de   representatividad,   el   principal   resultado   de   este   encuentro   fue   la   decisión   de   unir   esfuerzos   para   promover   avances   a   partir   de   la   inclusión   de   nuevos   actores   como   el   ICLEI   y   del   lanzamiento   de   la   Acción   Local  21  (ICLEI,  2012).     ICLEI,   en   términos   institucionales   y   de   la   paradiplomacia   contemporánea,   talvez   sea   la   asociación   que   mejor   representa   a   los   gobiernos   locales   y   regionales   comprometidos   con   el   desarrollo   sostenible,   además   de   la   prevención   y   mitigación   de   problemas   ambientales   a   nivel   local,   regional   o   global.   Esta   asociación   fue   establecida   en   1990   en   el   Congreso   Mundial   de   Gobiernos   Locales   para   un   Futuro   Sostenible,   en   las   Naciones   Unidas,   y   cuenta   con   el   patrocinio   de   PNUMA   y   también   de   la   Unión   Internacional   de   las   Autoridades   Locales.   Actualmente,   es   constituida   por   más   de   1.200   miembros   y   cada   tres   años   realiza   un   congreso   mundial   para   presentar   y   discutir  acciones  y  estrategias  de  gestión   urbana  sostenible  (ICLEI,  2012).       Sobre   la   influencia   de   la   organización   en  la  Río+20,  la  próxima  Conferencia  de   las  Naciones  Unidas  sobre  el  Desarrollo   Sostenible   en   el   marco   de   los   veinte   años   de   la   Eco-­‐92,   ICLEI   adquiere   un   sentido   estratégico   por   liderar   la   posición  de  las  autoridades  locales  para   la  conferencia.  Visto  desde  este  ángulo,   no  es  difícil  entender  que  la  realización  

                                                                                                              16

Son  ellos:  1)  Erradicar  la  pobreza  extrema  y  el   hambre;   2)   Lograr   la   enseñanza   primaria   universal;   3)   Promover   la   igualdad   entre   los   géneros  y  la  autonomía  de  la  mujer;  4)  Reducir   la   mortalidad   infantil;   5)   Mejorar   la   salud   materna;  6)  Combatir  el  VIH/SIDA,  el  paludismo   y  otras  enfermedades;  7)  Garantizar  el  sustento   del   medio   ambiente;   y   8)   Fomentar   una   asociación  mundial  para  el  desarrollo.  

37


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

del Congreso   tenga   lugar   por   primera   vez   en   Latinoamérica,   con   temáticas   que   abordan   la   Economía   Verde   Urbana  y  la  Ciudad  Sostenible.  Estas  no   son   decisiones   aisladas   y   están   en   sintonía   con   los   propósitos   de   la   Río+20,  que  discutirá  la  erradicación  de   la   pobreza,   la   economía   verde   y   la   gobernabilidad   para   el   desarrollo   sostenible  global.           Estos   temas   en   alguna   medida   corresponden   a   las   ciudades,   ya   que   la   urbanización   se   transforma   en   un   eje   importante   cuando   es   comprendida   “como   fenómeno   social   y   proceso   de   transformación  física  del  paisaje,  del  uso   y  de  la  ocupación  del  suelo  [y]  una  de  las   más   poderosas,   irreversibles   y   visibles   fuerzas   antropogénicas   sobre   la   Tierra”   (Vargas;   Freitas,   2010:11).   Es   observando   a   las   ciudades   que,   por   ejemplo,  se  puede  traer  la  noción  de  la   vulnerabilidad   de   las   personas,   lugares,   servicios   e   infraestructura   frente   a   las   consecuencias   de   eventos   hidrometeorológicos  extremos,  para  los   cuales  una  gobernanza  medioambiental   contemporánea,   así   como   las   políticas   de   adaptación,   mitigación   y   resiliencia   de   los   sistemas   urbanos   deben   estar   preparados.       Por  otro  lado,  abordar  discusiones  sobre   eventos   futuros   es   un   esfuerzo   propenso   a   la   equivocación   y,   cuando   no,   está   predestinado   al   fracaso;   pero   partiendo   de   la   perspectiva   de   la   paradiplomacia,   la   estrecha   conexión   pretendida   entre   el   Congreso   Mundial   de   ICLEI   y   la   Río+20   parece   configurar   una   promesa   para   un   cambio   importante   en   la   forma   de   abordar   los   desafíos   medioambientales   a   nivel   internacional.   Todo   parece   indicar   que  

este cambio   no   tendrá   como   premisas   formulaciones   que   parten   del   “qué   hacer”,   sino   formulaciones   basadas   en   experiencias   ya   existentes   de   “cómo   hacer”  (Programa  Cidades  Sustentáveis,   2011).       Sin   embargo,   sabiendo   que   es   en   las   ciudades  donde  las  poblaciones  pueden   desarrollar   prácticas   exitosas   de   resolución   de   sus   problemas   y   de   construcción   de   la   calidad   de   vida   (Programa  Cidades  Sustentáveis,  2011),   se   abre   una   oportunidad   para   la   consolidación   en   la   escena   ambiental   internacional   de   “identidades   sostenibles”,   como   las   de   Freiburg   (Alemania)   Copenhague   (Dinamarca),   Estocolmo   (Suiza)   y   Vancouver   (Canadá),  y  para  la  emergencia  de  otras   como   la   de   Belo   Horizonte,   la   ciudad   anfitriona   del   Congreso   Mundial   de   ICLEI.          

LA PARADIPLOMACIA  DE  BELO   HORIZONTE  Y  LA  CONSTRUCCIÓN   DE  UNA  IDENTIDAD  SOSTENIBLE  

  Un   aspecto   cooperativo   de   la   paradiplomacia  abordado  en  trabajos  de   autores   como   Santana   (2009),   Branco   (2007)  y  Barros  (2009),  es  la  posibilidad   de   construcción   de   una   imagen   internacional.  Tal  vez  sea  este  aspecto  el   que   justifica   cómo   la   participación   de   ciudades   en   redes   internacionales   puede   contribuir   para   su   divulgación   y   promoción   internacional.   Porto   Alegre,   por   ejemplo,   después   del   Foro   Social   Mundial   realizado   en   2001,   pasó   a   ser   una  referencia  mundial  (Santana,  2009),   así  como  se  espera  que  Belo  Horizonte,  

38


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

después del  Congreso  Mundial  de  ICLEI,   consolide  su  identidad  sostenible.         Si   por   parte   de   ICLEI   la   decisión   de   realizar   por   primera   vez   su   Congreso   Mundial   en   Latinoamérica   no   es   una   coincidencia,   se   puede   decir   también   que   la   decisión   y   los   esfuerzos   de   Belo   Horizonte   para   acoger   el   Congreso   significan   una   aplicación   práctica   de   aquello   que   Mariano   (1995)   llama   cooperación   en   sentido   realista,   o   sea,   un  ajuste  de  intereses  de  modo  que  sea   posible   obtener   una   situación   de   colaboración   en   donde   se   obtengan   propósitos  particulares.       En   la   contemporaneidad,   en   diferentes   sentidos   se   puede   decir   que   Belo   Horizonte   es   disímil   en   relación   a   los   propósitos  de  ciudad  que  se  tenía  en  el   inicio   del   siglo   XVIII,   cuando   fue   instituida.  La  expansión  demográfica,  los   procesos  de  migración  rural-­‐urbana  y  la   transformación   de   la   sociedad   basada   en   la   economía   agraria   hacia   una   sociedad  industrial  y,  después,  hacia  una   sociedad   económicamente   intensiva   en   servicios,  hicieron  de  Belo  Horizonte  una   compleja   concentración   urbana   de   más   de   dos   millones   de   ciudadanos   y   el   centro   dinámico   de   una   región   metropolitana   con   una   población   de   más   de   cinco   millones   de   habitantes,   compuesta   por   34   municipios   (Ibge,   2009;  Perpétuo,  2010).                  

En términos   de   relaciones   internacionales,   Belo   Horizonte   posee   estrategias   distintas   pero   interconectadas.   De   modo   general,   se   pueden   catalogar   en   tres   grandes   grupos:   el   grupo   de   actividades   paradiplomáticas   de   naturaleza   económica,   el   de   estrategias   de   visibilidad   internacional   de   políticas   públicas   y   un   tercero   que   mezcla   características   de   los   dos   primeros,   con   foco  en  la  construcción  de  una  identidad   sostenible   y   como   una   ciudad   de   negocios.       Estos   grupos   de   estrategias   se   alternan   en  la  historia  reciente  de  la  ciudad,  pero   es  posible  identificar  momentos  en  que   uno   u   otro   es   enfatizado.   Por   ejemplo,   hacia   finales   del   siglo   XX,   cuando   algunos   cambios   en   la   economía   mundial  llevaron  a  las  ciudades  a  poner   en   curso   ambiciosos   proyectos   estratégicos   que   combinaban   objetivos     de     crecimiento     económico     y   de   desarrollo   urbano   (Borja;   Castells,   1996a:154),  se  puede  identificar  que  las   actividades   paradiplomáticas   fueron   de   carácter   predominantemente   económico.   Una   evidencia   es   la   verificación   de   que   el   área   de   relaciones   internacionales   estaba   “gestionada   dentro   de   las   estructuras   municipales   designadas   para   el   desarrollo   económico   […],   primeramente   en   la   Secretaría   Municipal   de   Asuntos   Extraordinarios   y,   después,   en   la   Secretaría   de   Industria   y   Comercio”   (Perpétuo,  2010;74).       Ya   a   partir   de   mediados   de   la   década   de   1990,   cuando   “las   redes   de   ciudades   han   experimentado   un   enorme   auge,   consolidándose   como   una   estrategia   casi   obligada   (al   menos   para   las  

39


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

Resolve”,21 y  las  políticas  municipales  de   Educación  Infantil,  de  Medio  Ambiente  y   de   Seguridad   Alimentaria   se   convirtieron   en   objeto   de   estudios,   publicaciones   y   recibieron   premios   internacionales   importantes   (Perpétuo,   2010).       Actualmente,   las   motivaciones   asociadas   a   los   efectos   de   las   “deseconomías   de   aglomeración”,22   la   confirmación  de  la  ciudad  como  una  de   las   anfitrionas   de   la   Copa   del   Mundo   FIFA  de  2014  y  como  ciudad-­‐satélite  de   las   Olimpiadas   de   2016   en   Río   de   Janeiro,   así   como   los   cambios   en   la   estructura   de   la   administración   municipal   que   transformaron   la   Secretaría   Municipal   Adjunta   de   Relaciones  Internacionales  (SMARI)23  en   una   instancia   vinculada   a   la   recién   creada   Secretaría   de   Desarrollo   -­‐y   no  

ciudades grandes   y   medianas)   de   inserción   en   el   entorno   internacional”   (Romero,   2004:411),   la   opción   por   la   participación   en   redes   internacionales   pasó  a  ser  más  nítida  y  ganó  forma  con   la   adhesión   de   Belo   Horizonte   a   las   redes   Mercociudades,   ICLEI,   Ciudades   y   Gobiernos   Locales   Unidos,   Metrópolis,   Centro   Iberoamericano   de   Desarrollo   Estratégico   Urbano,   Asociación   Internacional   de   Ciudades   Educadoras,   Urbal,   entre   otras.17   Fue   en   este   contexto   que   programas   como   el   “Presupuesto   Participativo   Digital”,18   “Vila   Viva”,19   “Escola   Integrada”,20   “BH                                                                                                                   17

No  es  una  pretensión  decir  que  el  trabajo  de   internacionalización   de   políticas   públicas   no   transcurría   antes   de   este   período   y   sí   afirmar   que   los   cambios   en   la   agenda   y   en   la   estructura   administrativa   municipal,   como   la   creación   de   la   Gerencia   de   Relaciones   Internacionales   en   2001   y,   más   tarde,   de   la   Secretaría   Municipal   Adjunta  de  Relaciones  Internacionales  en  2005   propiciaron   este   trabajo   de   manera   más   evidente.   18   Según   Nabuco,   Macedo   y   Ferreira   (2009:1),   “el   Presupuesto   Participativo   de   Belo   Horizonte   es   una   política   de   gobierno   existente   desde   1993   que   permite   la   participación   voluntaria   de   la   sociedad   civil   en   el   proceso   de   deliberación   y   monitoreo   de   campo   de   las   inversiones   públicas   destinadas   a   obras.   A   partir   de   2006   fue   implantada   una   nueva   modalidad   de   Presupuesto  Participativo  en  Belo  Horizonte,  el   Presupuesto   Participativo   Digital,   vía   participación   virtual,   una   contraposición   a   los   procesos   existentes   de   votaciones   presenciales”.   Este   programa   define   un   nuevo   horizonte   para   el   uso   de   nuevas   tecnologías   para   el   fortalecimiento   de   la   democracia   participativa.   19     Vila   Viva   es   el   mayor   programa   de   urbanización   de   Brasil   y   transforma   asentamientos   irregulares   de   las   periferias   de   Belo   Horizonte   en   barrios   a   partir   de   obras   de   saneamiento,   erradicación   de   áreas   de   riesgo,   construcción   de   unidades   habitacionales,   reestructuración   de   vías,   urbanización   de   periferias   e   implantación   de   equipamiento   para   la  práctica  de  deportes  (Belo  Horizonte,  2012a).       20  Escola  Integrada  es  una  política  municipal  de   Belo   Horizonte   que   extiende   el   tiempo   y   las   oportunidades   de   aprendizaje   para   niños   y  

                                                                                                              adolescentes   en   las   escuelas   municipales   (Belo   Horizonte,  2012a).   21   BH   Resolve   es   una   central   de   atención   presencial   a   los   ciudadanos   que   reúne   más   de   600   servicios   en   un   mismo   espacio   y   fue   desarrollada   para   integrar,   estandarizar   y   perfeccionar   el   relacionamiento   de   la   Municipalidad  con  la  población  (Belo  Horizonte,   2012a).   22  Factores  como  el  aumento  del  costo  de  vida,   la   valorización   de   la   tierra,   de   los   inmuebles   y   de   la   mano   de   obra   y   la   cogestión   en   la   infraestructura,  entre  otros  (Caldas;  Mendonça;   Carmo,   2008)   que   generaron   señales   de   agotamiento   relativo   del   poder   económico   de   las   dos   ciudades   brasileñas   más   influyentes,   São   Paulo   y   Río   de   Janeiro,   privilegiando   la   posición   de   Belo   Horizonte   en   la   economía   nacional  (Perpétuo,  2010).   23     Según   la   ley   municipal   competente,   “la   Secretaría   Municipal   Adjunta   de   Relaciones   Internacionales  tiene  por  finalidad  establecer  y   mantener  relaciones  y  alianzas  internacionales,   plantear   y   coordinar   políticas     y   acciones   para   negociación  y  captación  de  recursos  financieros   junto   a   organismos   multilaterales   y   agencias   gubernamentales   extrajeras”   –   traducción   de   los  autores  (Belo  Horizonte,  2011,  art.  80).    

40


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

más a   la   Secretaría   de   Gobierno   como   era   desde   su   creación   en   2005-­‐,   contribuyeron   para   que   la   actividad   paradiplomática   fuese   constituida   a   partir   del   diálogo   con   las   áreas   de   desarrollo   económico,   atracción   de   inversión   extrajera,   desarrollo   urbano,   promoción  turística  y  medioambiental.     Ocasionalmente,  o  no,  este  movimiento   ocurrió   simultáneamente   a   la   intensificación   del   proceso   de   inclusión   de   la   temática   medioambiental   en   los   direccionamientos   de   la   administración   ejecutiva   municipal   y   de   desarrollo   de   la   ciudad.   Este   movimiento   ascendente   es   observado   desde   la   década   de   1980,   cuando   fueron   creados   la   Secretaría   y   el   Consejo   Municipal   de   Medio   Ambiente   y,   en   los   últimos   años,   logró   avances   considerables   con   la   creación,   en   2006,   del   Comité   Municipal   sobre   Cambio   Climático   y   la   inserción   del   eje   “Ciudad   Sostenible”  como  una  de  las  doce  áreas   de   resultado   del   modelo   de   gestión   estratégica   “BH   Metas   y   Resultados”,   que   reúne   los   ejercicios   de   planteamiento   urbano   para   los   próximos   treinta   años   (Belo   Horizonte,   2012b).       Así,   desafíos   relacionados   a   la   infraestructura   básica   de   saneamiento,   al   destino   y   tratamiento   de   residuos   sólidos   y   a   la   preservación   y   uso   potencial   de   las   más   de   doscientas   áreas  verdes  de  la  ciudad  y  de  sus  casi   treinta   parques,   pasaron   a   ser   imperativos   a   medio   plazo   a   fin   de   “combinar   los   beneficios   económicos   con   la   mejoría   de   los   indicadores   socioambientales”   (Belo   Horizonte,   2012a,  2012b).      

En este   contexto,   la   transformación   del   relleno   sanitario   de   la   ciudad   en   una   central   de   energía   eléctrica,24   el   liderazgo  en  la  legislación  que  prohíbe  la   distribución  de  bolsas  de  plástico  por  el   comercio,25   medidas   para   la   mejora   del   clima  como  el  Programa  de  Certificación   Ambiental26   e   intervenciones   urbanas                                                                                                                   24

En   treinta   años   el   relleno   sanitario   de   Belo   Horizonte  acumuló  25  millones  de  toneladas  de   residuos   y,   por   eso,   era   el   segundo   mayor   responsable   de   la   emisión   de   gases   de   efecto   invernadero  en  la  ciudad,  respondiendo  por  un   20%,   mientras   los   automóviles   que   son   los   mayores   contribuyentes   son   responsables   por   un   30%.   Con   la   central   de   biogás,   el   relleno   sanitario   deja   de   emitir   400   mil   toneladas   de   dióxido  de  carbono  por  año  a  la  atmósfera  y  la   energía   producida   será   comprada   por   la   Compañía   Energética   del   Estado   de   Minas   Gerais   –   Cemig   –   y   distribuída   en   su   red   (Choucair,  2011).   25   La   prohibición   del   uso   de   bolsas   de   plástico   en   el   comercio   es   un   reflejo   de   una   preocupación   latente   en   muchas   ciudades   del   mundo,   especialmente   para   las   ciudades   europeas.   En   Belo   Horizonte,   la   prohibición   es   resultado   de   una   ley   aprobada   en   2008   que   determinó  un  espacio  de  tiempo  de  3  años  para   que   las   bolsas   de   plástico,   con   excepción   de   aquellas   biodegradables,   fuesen   vedadas   en   tiendas,   supermercados   y   mercados   (Belo   Horizonte,   2012a).   Otros   puntos   positivos   de   esta  ley  y,  tal  vez  los  más  significativos,  fueron   la   ascensión   inédita   de   la   discusión   en   la   sociedad   brasileña,   ya   que   estuvo   presente   en   los   principales   medios   de   comunicación,   y   su   replicabilidad   en   otras   regiones   del   país.   En   enero  de  2012,  por  ejemplo,  entró  en  vigor  una   ley  municipal  semejante  a  la  de  Belo  Horizonte   en   São   Paulo   y,   en   consecuencia,   un   80%   de   los   supermercados   del   estado   federativo   de   São   Paulo   dejaron   de   ofrecer   las   bolsas   de   plástico   a   sus   clientes   después   de   un   acuerdo   firmado   entre   el   Gobierno   y   la   Asociación   Paulista   de   Supermercados,   una   evolución   en   la   estrategia   para  solución  del  problema  (Magalhães,  2012).   26  Este  programa,  fruto  de  una  alianza  entre  la   Secretaría   Municipal   de   Medio   Ambiente   y   el   Comité   Municipal   de   la   Copa   del   Mundo   FIFA   2014,   tiene   “el   objetivo   de   promover   la   reducción   del   consumo   de  agua  y  de  energía,  la   reducción   y   reciclaje   de   los   residuos   sólidos   y   de   las   emisiones   de   gases   de   efecto  

41


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

para la   conservación   de   los   espacios   verdes   y   uso   de   medios   de   transporte   limpios,   como   las   ciclo   vías,   son   ejemplos   representativos   de   la   aplicación   de   principios   de   sostenibilidad  ambiental  en  el  desarrollo   de  Belo  Horizonte  y  de   buenas  prácticas   importantes  para  la  construcción  de  una   identidad  urbana  sostenible.         Por   otro   lado,   los   esfuerzos   de   carácter   internacional   llevan   a   creer   que   la   identidad   sostenible   de   Belo   Horizonte   no   es   una   construcción   que   pretende   quedar   circunscrita   a   las   fronteras   locales.  En  una  búsqueda  con  la  palabra   clave   “medio   ambiente”   o   “desarrollo   sostenible”   en   los   archivos   de   noticias   de   los   últimos   cinco   años   en   el   Diario   Oficial  del  Municipio  es  posible  obtener   titulares  como  “Referencia  en  el  sector,   BH   debate   interacción   del   desarrollo   sostenible  con  diversos  aspectos”;  “PBH   es  representada  en  el  Foro  Mundial  del   Agua   realizado   en   Francia”;     “Belo   Horizonte   es   representada   en   Río   en   evento   sobre   deportes   y   desarrollo   urbano   sostenible”;   “Redes   internacionales   discuten   en   BH   la   contribución   de   la   cultura   para   la   sostenibilidad”;   “BH   refuerza   el   compromiso   de   ciudad   sostenible   y   es   anfitriona   del   congreso   mundial   de   ICLEI   en   2012”,   entre   otras   (Belo   Horizonte,   2012c).         Estas  son  evidencias  de  la  aproximación   entre   el   área   internacional   y   ambiental   de   Belo   Horizonte,   con   la   propuesta   de                                                                                                                  

creación de  una  identidad  sostenible.  Es   importante   percibir   que   este   trabajo   está   directamente   vinculado   a   la   participación   de   la   ciudad   en   redes   de   ciudades,   en   arreglos   de   cooperación   internacional  y  organización  de  eventos   (Pérpetuo,  2010).       En   otras   palabras,   es   una   ilustración   de   cómo   la   paradiplomacia,   cuando   es   bien   utilizada,   puede   potenciar   la   inserción   internacional   de   las   ciudades,   ya   que   sería   ingenuo   creer   que   la   adopción   de   objetivos   de   orden   ambiental   para   el   desarrollo   urbano   responde   únicamente   a   demandas   sociales   y   al   empeño   en   resolver   problemas   históricos.   Y   es   en   este  sentido  que  la  participación  de  Belo   Horizonte   en   ICLEI   y   la   recepción   del   Congreso   Mundial   de   esta   institución   en   2012  pueden  ser  vistas  desde  un  punto   de  vista  estratégico.          

El Congreso   Mundial   de   ICLEI   en   Belo   Horizonte       La  relación  entre  Belo  Horizonte  e  ICLEI   no  es  reciente.  Belo  Horizonte  se  adhirió   a   la   Red   en   1993   y   desde   entonces   ha   participado  en  varias  de  sus  actividades,   incluyendo  el  programa  Compras  Verdes   y   el   programa   Acción   Local   por   la   Biodiversidad.   Participa,   aún,   en   la   red   internacional   Rede   Elo   junto   con   ciudades  de  India,  Europa  y  Brasil  para  la   promoción   e   implementación   de   proyectos   y   políticas   de   energía   renovable   y   de   eficiencia   energética,   además   de   que   ha   firmado   un   acuerdo   con   ICLEI   buscando   la   elaboración   del   proyecto   Promoviendo   Políticas   de   Construcción   Sostenible   en   América   del   Sur  –  PoliCS27  (ICLEI,  2012).    

invernadero. Es   también   una   garantía   de   desempeño   que   exigirá   el   alcance   de   índices   de   eficiencia   establecidos   para   cada   ítem   (agua,   residuos   y   emisiones),   premiando   las   organizaciones   con   los   sellos   Bronce,   Plata   u   Oro,   según   el   número   de   objetivos   alcanzados   (Belo  Horizonte,  2012a).    

                                                                                                              27

Este  proyecto  busca  establecer  las  bases  para   que  los  distritos  municipales  desarrollen  planes  

42


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

  Según   la   Oficina   Regional   para   Latinoamérica   y   Caribe   (ICLEI,   2012),   la   confirmación   de   Belo   Horizonte   como   ciudad   anfitriona   del   Congreso   Mundial   entre   veinte   ciudades   postulantes     ocurrió   en   función   del   reconocimiento   del   compromiso   de   la   ciudad   con   la   sostenibilidad,  que  está  confirmado  por   la   implementación   de   políticas   públicas   y   de   legislación   sobre   el   tema.   Por   lo   tanto,   es   posible   observar   que   la   estrategia   de   Belo   Horizonte   para   esta   conquista   tuvo   como   componente   fundamental   el   diálogo   entre   las   acciones  locales    y  el  trabajo  en  red.       El  proceso  de  preparación  del  Congreso   inició   en   febrero   de   2011   y   registra   esfuerzos   en   tres   dimensiones   de   articulación:   local,   nacional   e   internacional.   En   ámbito   local,   las   temáticas   y   los   objetivos   son   presentados   a   académicos   y   representantes   de   los   sectores   privado,   público   y   del   tercer   sector   a   través   de   reuniones   puntuales   o   de   talleres   temáticos   (Smari,   2012).   Esta   decisión   por   una   articulación   local   más   directa,   puntual  y  no  masiva  es  algo  delicado.  Al   mismo  tiempo  en  que  se  puede  alcanzar   una   divulgación   de   información   calificada   para   un   determinado   público   potencial   y   estratégico,   por   otro   lado   existe  el  riesgo  de  no  obtener  niveles  de   divulgación   muy   amplios,   lo   que   puede   llegar  a  comprometer  el  éxito  del  evento   como   un   todo.   La   principal   motivación   para   correr   tal   riesgo   parece   ser   la   confianza   en   la   red   de   contactos   de   la   Municipalidad   con   distintas  

organizaciones que   ya   se   involucran   en   otros  proyectos  en  marcha.       Las   actividades   de   articulación   en   la   dimensión   nacional   se   traducen   en   la   aproximación   de   instancias   gubernamentales   centrales,   como   el   Ministerio   del   Medio   Ambiente,   el   Ministerio   de   Minas   y   Energía,   y   la   construcción   de   convenios   con   organizaciones   de   alcance   nacional   como  el  Frente  Nacional  de  Intendentes   (Smari,   2012).   Estas   articulaciones   son   importantes   no   sólo   para   el   fortalecimiento  institucional  puntual  del   Congreso,   pero   también   para   la   solidificación   de   los   lazos   entre   gobiernos   centrales   y   la   paradiplomacia,   a   modo   de   crear   precedentes   que   favorezcan   la   relativización   de   la   persistente  dicotomía  entre  la  actuación   internacional   de   las   ciudades   y   la   falencia  del  Estado.           La  articulación  internacional  cuenta  con   el   trabajo   de   movilización   de   los   miembros   de   ICLEI   a   partir   del   trabajo   de   las   Oficinas   Regionales   y   de   las   alianzas   con   gobiernos   nacionales,   instituciones   académicas,   ONGs   y   asociaciones   internacionales   de   gobiernos   locales,   pero,   mucho   de   este   esfuerzo   está   siendo   direccionado   a   la   garantía  del  éxito  de  la  articulación  con   Naciones   Unidas   para   la   Río+20   (ICLEI,   2012).         La  preparación  de  los  gobiernos  locales   para  la  Río+20       Parece   haber   consenso   en   torno   de   la   percepción   de   que   la   edición   2012   del   Congreso   Mundial   de   ICLEI   implica   una  

                                                                                                             

de acción   y   políticas   sectoriales   para   la   construcción  civil,  de  forma  que  colaboren  con   el   reforzamiento   de   una   economía   baja   en   emisiones  de  carbono  (ICLEI,  2012).  

43


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

oportunidad de   representación   de   los   gobiernos   locales   en   la   agenda   medioambiental   internacional   contemporánea   que   no   había   en   los   congresos   anteriores   acogidos   por   Atenas   (Grecia)   en   2003,   Ciudad   del   Cabo   (Sudáfrica)   en   2006   y   Edmonton   (Canadá)   en   2009,   debido   a   que   está   estrechamente   ligada   a   la   Conferencia   de  Río+20.       No   es   un   objetivo   del   presente   artículo   generar   debates   sobre   cómo   será   el   desempeño   de   los   gobiernos   locales   en   la  Río+20,  ni  tampoco  presentar  posibles   escenarios   y   resultados   de   la   conferencia.   Esto   probablemente   será   hecho   por   la   proliferación   de   análisis   que  suceden  a  las  grandes  reuniones  de   líderes   mundiales.   Se   trata   de   hacer   un   abordaje  crítico  sobre  la  preparación  de   los   gobiernos   locales   vía   ICLEI   para   la   Río+20.         De  modo  general,  se  puede  decir  que  las   iniciativas   de   ICLEI   están   en   sintonía   con   las   propuestas   y   las   temáticas   de   la   Río+20  e  indican  esfuerzos  que  parecen   estar   orientados   por   la   idea   de   que   “la   multiplicidad   de   los   poderes   locales   no   constituye   un   problema,   sino   una   oportunidad   de   generar   un   proceso   colaborativo   planetario   de   territorios   articulados”   (Programa   Cidades   Sustentáveis,  2012:2).       ICLEI,   además   de   la   organización   del   Congreso   Mundial   en   Belo   Horizonte,   lanzará   durante   la   conferencia   el   informe   Local   Sustainability   2012   y   organizará   el   Rio+20   Global   Town   Hall   que   será   un   espacio   de   diálogo   e   interacción   entre   Agencias   de   Naciones   Unidas,   asociaciones   de   gobiernos  

locales, representantes   de   gobiernos   nacionales,   del   sector   privado,   de   la   comunidad   científica   y   de   ONGs,   con   el   objetivo   de   presentar   iniciativas   que   están   siendo   llevadas   a   cabo   en   nivel   local  y  mostrar  la  importancia  de  incluir   actores   locales   cuando   se   discute   el   desarrollo   sostenible   a   nivel   mundial   (ICLEI,   2011).   El   punto   central   de   todas   estas  iniciativas  parece  ser  la  idea  de  la   ciudad   como   “un   interlocutor   clave   para   el   desarrollo   de   políticas   concretas”28   (Programa   Cidades   Sustentáveis,   2012:2).       Otro   punto   especial   es   que   tanto   en   el   Congreso   Mundial   de   ICLEI   como   en   la   Conferencia   de   Río+20,   los   temas   están   influenciados,   inevitablemente,     por   otras   discusiones   emergentes   como   la   erradicación   de   la   pobreza;   sea   porque   esto   ya   está   definido   en   la   agenda   principal,  como  es  el  caso  de  la  Río+20,   sea   por   la   influencia   de   los   ODM   o   aún   porque   los   dos   eventos   acontecen   en   Brasil,   cuyo   gobierno   nacional   adoptó   ésta  como  su  principal  meta.29       Este  punto  define  el  tono  de  la  discusión   y   la   escalada   de   temas   que,   anteriormente   cabía   apenas   en   las   discusiones   de   países   subdesarrollados,   como   el   hambre   y   la   pobreza   extrema.   Todo   parece   indicar   que   la   discusión   medioambiental   es   cada   vez   más   transversal   e   involucra   a   actores   internacionales  de  distintas  agendas.                                                                                                                       28

Traducción  de  los  autores.     La   línea   de   trabajo   del   gobierno   federal   brasileño   después   de   la   elección   de   la   presidenta  Dilma  Rousseff  pasó  a  ser  traducida   por   el   slogan   “País   rico   es   país   sin   pobreza”   (PALÁCIO  DO  PLANALTO,  2012).  

29

44


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

Esta constatación  es  delicada  y  exige  un   compromiso   plural   y   multidisciplinar   de   los   gobiernos   locales.   Al   mismo   tiempo   que   favorece   la   centralidad   de   las   ciudades,   ya   que   se   desconoce   otro   espacio   diferente   al   urbano   en   donde   los   desafíos   medioambientales   dividen   la   atención   del   poder   público   entre   carencias   sociales,   lo   que   requiere   tomar   decisiones   y   posiciones   frente   a   fenómenos   complejos   que,   de   no   ser   bien   elaboradas,   pueden   comprometer   el   desempeño   general   de   las   ciudades   como   actores   internacionales   y   los   progresos  conquistados  por  la  actividad   paradiplomática.      

decisión para   realizar   el   Congreso   Mundial   de   ICLEI   en   2012   por   primera   vez   en   Latinoamérica,   como   la   decisión   de   Belo   Horizonte   en   realizar   esfuerzos   para   recibir   este   congreso,   son   estratégicas  y  no  están  aisladas.       Mientras   que   para   ICLEI   esto   está   estrechamente   conectado   a   la   realización   de   la   Río+20,   para   Belo   Horizonte   esto   es   un   aspecto   cooperativo   de   la   paradiplomacia   que   podrá   consolidar   su   imagen   internacional,   así   como   aconteció   con   Porto   Alegre   cuando   se   llevó   a   cabo   el   Foro   Social   Mundial,   y   la   internacionalización   del   proceso   de   construcción   de   una   identidad   sostenible,   como   en   Estocolmo   en   1972.       La   segunda   conclusión   es   que   el   proceso   histórico   de   discusión   internacional   de   la   temática   medioambiental,   tanto   a   nivel   estatal   como   a   nivel   paradiplomático,   transforman   la   Conferencia   Río+20   en   un  marco  importante  para  el  futuro  de   los   debates   sobre   la   gestión   sostenible   en   muchas   esferas   de   la   sociedad   contemporánea  mundial.         La   promesa   de   transversalidad   predicada   por   los   temas   de   la   Conferencia   hace   creer   en   un   ambiente   propicio  para  la  el  reconocimiento  de  la   posición   de   las   ciudades,   ya   que   involucra   a   nuevos   y   distintos   actores   internacionales   al   mismo   tiempo   que   exige   una   preparación   plural   y   multidisciplinar   de   los   gobiernos   locales.        

CONCLUSIÓN

  La  sostenibilidad,  en  el  siglo  XXI,  parece   funcionar   como   un   artificio   de   sobrevivencia   y   éxito   de   distintos   proyectos   en   las   diferentes   esferas   sociales.  Por  eso,  no  es  extraño  que  esta   palabra  esté  incorporada  a  los  discursos   de   empresarios,   autoridades   políticas,   medios  de  comunicación,  de  los  artistas   y   de   los   religiosos   que   aprendieron   a   usarla   de   modo   estratégico   para   la   concretización  de  sus  objetivos.         En   las   ciudades,   dicha   práctica   está   lejos   de   ser   mala,   pues   la   diseminación   de   este  tipo  de  propósito  puede  garantizar   el   impulso   a   prácticas   sostenibles   eficientes  y  la  temática  medioambiental   es  un  tópico  cada  vez  más  tratado  por  la   Nueva  Agenda  Urbana.       Esta   constatación,   agregada   a   todo   lo   que   fue   discutido   en   el   artículo,   permite   llegar   a   dos   importantes   conclusiones.  La  primera  es  que  tanto  la    

45


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

Finalmente, es   posible   percibir   que   existe   una   compleja   interconexión   entre   los   propósitos   de   la   paradiplomacia   de   Belo   Horizonte,   el   Congreso   de   ICLEI   y   la   Río+20,   y   esta   interconexión   parece   tener   amplio   potencial   de   incidencia   sobre   los   avances  de  la  inserción  internacional  de   las   ciudades   y   de   la   descentralización   de   las   discusiones   medioambientales   en   cuanto   fenómenos   recientes   de   las   relaciones   internacionales.   La      

consolidación internacional   de   la   identidad  sostenible  de  Belo  Horizonte,   vía   la   actividad   paradiplomática   de   organización   del   Congreso   Mundial   de   ICLEI,   podrá   abrir   precedentes   y   transformarse   en   una   buena   práctica   exitosa   a   ser   replicada   por   otras   ciudades,   así   como   el   nivel   de   calidad   de   las   discusiones   en   este   Congreso   podrá   ser   uno   de   los   principales   determinantes   del   ‘tono   de   voz’   de   los   gobiernos   locales   en   la   Río+20.

REFERENCIAS

Agenda   21,   “Agenda   21”,   1992,   <http://www.ecolnews.com.br/agenda21/>   [Consulta:   15   de  febrero  de  2012].   Barreto,   Maria   Inês   (2005),   “A   inserção   internacional   das   cidades   enquanto   estratégia   de   fortalecimento   da   capacidade   de   gestão   dos   governos   locais”,   artículo   presentado   en   X   Congreso   Internacional   del   CLAD   sobre   la   Reforma   del   Estado   y   de   la   Administración  Pública,  Santiago,    octubre.   Barros,   Marinana   Andrade   e   (2009),   A   atuação   internacional   dos   governos   subnacionais,   Belo  Horizonte,  Del  Rey.   Belo  Horizonte,  “LEI  Nº  10.101,  DE  14  DE  JANEIRO  DE  2011,  Diário  Oficial  do  Município  de   Belo   Horizonte,   seção   VIII,   art.   80-­‐E”,   Belo   Horizonte,   2011,     <http://portal6.pbh.gov.br/dom/iniciaEdicao.do?method=DetalheArtigo&pk=10509 18>  [Consulta  02  de  abril  de  2012].   Belo   Horizonte,   “Prefeitura   de   Belo   Horizonte”,   Belo   Horizonte,   2012a,   <http://portalpbh.pbh.gov.br/pbh/>  [Consulta  02  abril  de  2012].   Belo   Horizonte,   “BH   Metas   e   Resultados,   Belo   Horizonte”,   2012b   <http://portalpbh.pbh.gov.br/pbh/bhmetaseresultados>   [Consulta   02   abril   de   2012].   Belo   Horizonte,   “Diário   Oficial   do   Município   de   Belo   Horizonte”,   Belo   Horizonte,   2012c   <http://www.pbh.gov.br/dom/>  [Consulta  02  abril  de  2012].   Benevolo,  Leonardo.  (2005),  História  da  Cidade,  São  Paulo,  Perspectiva,  4ed.   Caldas,    Maria;    Mendonça,    Jupira;    Carmo,    Lélio  (2008),    Estudos    Urbanos    -­‐  Belo  Horizonte   2008:   transformações   recentes   na   estrutura   urbana,   Belo   Horizonte,   Prefeitura   de   Belo  Horizonte.   Castells,   Manuel   y   Borja,   Jordi   (1996),   “As   Cidades   como   Atores   Políticos”,   Revista   Novos   Estudos  CEBRAP,  número  45,  agosto,  pp.152-­‐166.   Branco,  Álvaro.    (2007),  “A  paradiplomacia  como  forma  de  inserção  dos  entes  não-­‐centrais   no   cenário   internacional”,   tesis   de   mestrado   en   Derecho,   Centro   Universitário   de   Brasília.     Choucair,   Geórgea,   “Aterro   de   BH   vira   central   de   energia”,   Belo   Horizonte,   2011,   <http://www.em.com.br/app/noticia/economia/2011/07/15/internas_economia,23 9830/aterro-­‐de-­‐bh-­‐vira-­‐central-­‐de-­‐energia.shtml>  [Consulta:  31  de  marzo  de  2011].    

46


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                              La  construcción  de  una  identidad  sostenible…  

Duchacek, Ivo,   et   al   (1988),   Perforated   Sovereignties   and   International   Relations:   Trans-­‐ sovereign  Contacts  of    Subnational  Governments,  Nova  York,  Greenwood  Press.   IBGE,   “@Cidades”,   2009,     <http://www.ibge.gov.br/cidadesat/topwindow.htm?1>   [Consulta:  2  de  abril  de  2012].   ICLEI  (2012),  ICLEI,  <http://www.iclei.org>  [Consulta:  25  de  enero  de  2012].   Keohane,   Robert   y   Nye,   Joseph   (1998).   “Power   and   Interdependence   in   the   information   age”,  Foreign  Affairs,  volume  77,  número  5,  Septiembre/Octubre,  pp.81-­‐94.   Khanna,  Parag  (2011),  Como  governar  o  mundo,  Rio  de  Janeiro,  Intrínseca.   Lessa,   José   Vicente   da   Silva   (2002),   “A   paradiplomacia   e   os   aspectos   legais   dos   compromissos    internacionais  celebrados  por  governos  não-­‐centrais”,  en  Curso  de   Altos  Estudos,  Brasília,  Ministério  Das  Relações  Exteriores  do  Brasil.   Magalhães,  Vagner,  “Sacolas  plásticas  deixam  de  ser  distribuídas  em  SP”,  São  Paulo,  2012,   <http://economia.terra.com.br/noticias/noticia.aspx?idNoticia=201201251029_TRR _80769008>  [Consulta  31  de  marzo  de  2012].     Mariano,  Karina,  (1995),  “Meio  Ambiente  e  a  Ampliação  da  Agenda  Internacional”,  Cadernos   CEDEC,  numero  39.   Matsunaga,   Fernando   (2011),   “A   institucionalização   e   internacionalização   do   debate   ambiental   no   brasil”,   artículo   presentado   en   Décimo   Congresso   Internacional   da   BRASA   <www.brasa.org/_sitemason/files/.../Fernando%20Matsunaga%202.doc>.   [Consulta:  15  febrero  de  2012]   Messari,  Nizar;   Pontes   Nogueira,   João.   (2005),  Relações   Internacionais:   correntes   e   debates.   Rio  de  Janeiro,  Elsevier,  p.250.   Mina,   Maria   (2003),   “La   ciudad:   de   objeto   a   sujeto   de   la   escena   internacional”,   tesis   de   mestrado  en  Estudios  Sociales  y  Politicos  Latinoamericanos,  Santiago  Universidade   Alberto  Hurtado.   Nabuco   Ana;   Macedo,   Ana   y   Ferreira,   Rodrigo   (2009),   “A   Experiência   do   Orçamento   Participativo   Digital   em   Belo   Horizonte:   O   Uso   das   Novas   Tecnologias   no   Fortalecimento  da  Democracia  Participativa”,  Informática  Pública,  año  11,  número  1,   pp.  139  –  155.     Perpétuo,  Rodrigo.  (2010),  “A  Cidade  além  da  nação:  a  institucionalização  do  processo  de   internacionalização   de   Belo   Horizonte”,   tesis   de   Mestrado   en   Relaciones   Internacionales,  Universidad  Católica  de  Minas  Gerais,  abril.   Pluijm,   Rogier   y   Melissen,   Jan   (2007),   “City   diplomacy:   the   expanding   role   of   cities   in   internacional  politics”,Clingendael,  Clingendael  Diplomacy  Papers,  n.  10.     PNUD   (2004),   Objetivos   del   Milênio,   <http://www.pnud.org.br/odm/>   [Consulta:   25   de   febrero  2012].   Prado,   Débora   Figueiredo   de   Barros   (2007),   “As   cidades   como   atores   nas   relações   internacionais:  a  atuação  via  rede”,  artículo  presentado  en  I  Simpósio  do  Programa   de  Pós-­‐Graduação  em  Relações  Internacionais  San  Tiago  Dantas,  noviembre.   Programa   Cidades   Sustentáveis   (2012),   A   Rio+20   e   a   construção   de   cidades   sustentáveis,   <http://www.cidadessustentaveis.org.br/downloads/carta-­‐Rio+20.pdf>   [Consulta   3   de  abril  de  2012].   Ramos,   Leonardo.   (2008),   “Internacionalização   de   cidades   e   gestão   pública”.   O   Debatedouro,   <http://www.odebatedouro.org/ramos78.html>   [Consulta:   27   de   enero  de  2012].   Romero,  María   (2004),   “Poder  local  y  relaciones  internacionales  en  contexto  de  integración   regional.  El  caso  de  la  red  Mercociudades  y  la  Reunión  Especializada  de  Municipios  e  

47


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                      Rafael  Pinto  da  Silva  y  Laura  Oliveira  de  Medeiros  

Intendencias (Grupo   Mercado   Común)”,   en   Vigevani   et   al.   (coord.),   A   dimensão   subnacional   e   as   relações   internacionais,   São   Paulo,   Fundação   Editora   da   UNESP,   pp.403-­‐440.       Rodrigues,  Gilberto  (1998),  “Política  Externa  Federativa:  análise  de  ações  internacionais  de   Estados  e  Municípios  Brasileiros”,  Network,  volumen  7,  número  3,  pp.  6-­‐6.   Sales,   Chyara   (2010),   A   redefinição   do   papel   do   Estado   e   a   emergência   das   unidades   subnacionais:  a  paradiplomacia  de  Minas  Gerais,  artículo  presentado  en  Congresso   CONSAD   de   GestãoPública.<http://www.escoladegoverno.pr.gov.br/arquivos/File/Material_%20 CONSAD/paineis_III_congresso_consad/painel_50/a_redefinicao_do_papel_do_est ado_e_a_emergencia_das_unidades_subnacionais.pdf  >  [Consulta:  24  de  febrero  de   2012]   Santana,  João  (2009),  “O  papel  da  paradiplomacia  nas  relações  internacionais:  a  ascensão   das  unidades    subnacionais    num    contexto    mundial    globalizado”,  monografia  en   Relaciones  Internacionales,  Universidad  Estadual  de  Santa  Cruz.   Silva,  Rafael  (2011),  “Rumo  ao  Informacional:  a  atuação  internacional  das  cidades  em  uma   nova   forma   do   Estado”,   monografía   en   Relaciones   Internacionales,   Centro   Universitario  de  Belo  Horizonte,  diciembre.   Silva,   Rafael   (2012),   “O   Conceito   de   Cidades   Globais   frente   à   cooperação   descentralizada   internacional”,   RI,   <http://ri.net.br/portal/internacionalizacao-­‐de-­‐cidades/66-­‐o-­‐ conceito-­‐de-­‐cidades-­‐globais-­‐frente-­‐%C3%A0-­‐coopera%C3%A7%C3%A3o-­‐ descentralizada-­‐internacional.html>  [Consulta:  2  de  abril  de  2012].   SMARI,  “Apresentação  do  Congresso  Mundial  do  ICLEI”,  archivo  presentado  en  Workshop   sobre   la   Preparación   para   el   Congreso   Mundial   de   ICLEI,   Belo   Horizonte,   2012,   <http://www.pbh.gov.br/internacional/>  [Consulta:  2  de  abril  de  2012].   Soldatos,   Panayotis   (1990),   “An   explanatory   framework   for   the   stydy   of   federated   states   as   foreing-­‐policy   actors”   en   Michelmann,   Hans;   Soldatos,   Panayotis   (ed.),   Federalism   and  international  relations:  The  role  of  subnational  units,  Oxford,  Clarendon  Press,  2.,   pp.  34-­‐53.   Souza,    Leandro  (2007),  “Cidade,    informação,    internet    e    política:    uma    análise    de    sites     governamentais     de   serviços   públicos   da   cidade   de   Salvador”,   tesis   de   mestrado,   Universidade  Federal  da  Bahia.   Tayra,   Flávio.   (2007),   “O   conceito   do   desenvolvimento   sustentável.   Desenvolvimento   de   Indicadores   de   Comunidades   Sustentáveis   -­‐   Indicadores   Comuns   Europeus   e   Lições   da   Seattle   Sustentável”,   FSP/USP,   <http://ww.semasa.sp.gov.br/admin/biblioteca/.../conceitodesenvsustent.doc>   [Consulta:  14  Enero  2011].   UNCSD  (2012),  United  Nations  Conference  on  Sustainable  Development,  Sitio  official  de  la   Conferencia,  <  http://www.uncsd2012.org/>    [Consulta:  03  Abr.  2012]   Vargas,   Marcelo;   Freitas,   Diego   (2010),   “Regime   internacional   de   mudanças   climáticas   e   cooperação  descentralizada:  desafios  de  articulação  na  escala  metropolitana”,  artículo   presentado   en   V   Encontro   ANPPAS,   <http://www.anppas.org.br/encontro5/cd/artigos/GT11-­‐17-­‐ 1120100722160135.pdf>  [Consulta:  2  de  abril  de  2012].   Vigevani,   Tullo,   Wanderley;   Luiz;   Barreto,   Maria   Inês   y   Mariano,   Marcelo   Passini   (coords.)   (2004),   A   dimensão   subnacional   e   as   relações   internacionais,   São   Paulo,   Educ   y   Fundação  Editora  da  Unesp.    

48


14-17 June 2012, Belo Horizonte, Brasil

49  


50


La Paradiplomacia  Ambiental  en  la  Nueva  Gobernanza   Internacional         Abstract  

Fernando Rei,  Kamyla  Cunha  y  Joana  Setzer  

THE ENVIRONMENTAL  PARADIPLOMACY  IN  NEW  INTERNATIONAL  GOVERNANCE  

© Adriana  Roque  2012.  

The   emerging   global   environmental   issues,   particularly   climate   change,   have   been   challenging   the  international  system  to  adopt  effective  measures   to  face  this  problem  on  an  urgent  basis,  at  the  risk  of   aggravating   the   resulting   social,   economic,   political   and   environmental   impacts,   incorporating   a   new   form   of   global   environmental   governance:   the   role   of   subnational   governments.   The   article   suggests   a   concept   for   environmental   paradiplomacy   and   it   explores  some  of  the  activities  that  the  Networkf  of   Regional  Governments  for  Sustainable  Development   (nrg4SD)   has   been   undertaking   since   its   creation,   in   2002.   The   article   finds   that,   as   an   example   of   environmental   paradiplomacy,   this   network   is   helping   to   establish   the   relevance   of   subnational   governments’   participation   in   the   governance  of  climate  change.     Key   words:   International   agreements,   Agenda   21,   Sustainable   Development,   International  Relations,  paradiplomacy.     Resumo  

A PARADIPLOMACIA  AMBIENTAL  NA  NOVA  GOVERNANÇA  INTERNACIONAL  

As   problemáticas   ambientais   globais,   especialmente   a   mudança   climática,   impõem   desafios   ao   sistema   internacional   quanto   a   adoção   de   medidas   efetivas   para   fazer   frente   a   esta   situação   de   modo   urgente,    minimizando,   assim,   o   risco   dos   possíveis   impactos   sociais,   econômicos,   políticos   e   ambientais.   Uma   dessas   medidas   é   a   incorporação   dos   atores   emergentes   em   um   novo   sistema   de   governança   global   ambiental:   os   governos   subnacionais.   O   presente   artigo   sugere   o   conceito   de   paradiplomacia  ambiental  e  explora  algumas  das  atividades  que  a  Rede  de  Governos   Regionais   para   o   Desenvolvimento   Sustentável   (nrg4SD)   tem   implementado   desde   sua   criação,   em   2002.   O   artigo   conclui   que,   como   um   exemplo   de   paradiplomacia   ambiental,   as   ações   de   dita   rede   estão   contribuindo   a   ressaltar   a   importância   da   participação  dos  governos  subnacionais  na  governança  da  mudança  climática.       Palavras-­‐chave:  Governança  global,  mudança  climática,  paradiplomacia,  nrg4SD.

51  


LA PARADIPLOMACIA  AMBIENTAL  EN   LA  NUEVA  GOBERNANZA   INTERNACIONAL        

Resumen

Fernando  Rei,  Kamyla  Cunha  y  Joana  Setzer  

Las   problemáticas   ambientales   globales,   especialmente   el   cambio   climático,   imponen  desafíos  al  sistema  internacional  en  cuanto  a  la  adopción  de  medidas   efectivas   para   hacer   frente   a   esta   situación   de   manera   urgente,   minimizando   con   ello   el   riesgo   de   los   posibles   impactos   sociales,   económicos,   políticos   y   ambientales.   Una   de   estas   medidas   es   la   incorporación   de   actores   emergentes   en   un   nuevo   sistema   de   gobernanza   global   ambiental:   los   gobiernos   subnacionales.   El   presente   artículo   sugiere   el   concepto   de   la   paradiplomacia   ambiental   y   explora   algunas   de   las   actividades   que   la   Red   de   Gobiernos   Regionales  para  el  Desarrollo  Sostenible  (nrg4SD)  ha  llevado  a  cabo  desde  su   creación,   en   2002.   El   artículo   concluye   que,   como   un   ejemplo   de   paradiplomacia   ambiental,   las   acciones   de   dicha   red   están   contribuyendo   a   resaltar  la  importancia  de  la  participación  de  los  gobiernos  subnacionales  en  la   gobernanza  del  cambio  climático.     Palabras  clave:  Gobernanza  global,  cambio  climático,  paradiplomacia,  nrg4SD.      

Los problemas  ambientales  globales,  y  

En la  primera  década  del  nuevo  milenio   las   actividades   internacionales   de   los   gobiernos   subnacionales,30   en   particular   en   la   agenda   climática,   vienen   siendo   objeto   de   creciente   participación   política   y   de   interés   académico,   incluso   en   Latinoamérica.   Es   cierto   que   las   razones   de   los   gobiernos   subnacionales   no   coinciden   necesariamente   para   avanzar   en   esta   agenda,   pero   aunque   no   exista   una   motivación  común,  se  reconoce  que  su   implicación   en   los   asuntos   exteriores  

particularmente el   cambio   climático,   vienen   retando   al   sistema   internacional   a  adoptar  medidas  efectivas  capaces  de   atajar   con   urgencia   estas   cuestiones,   so   pena   de   agravar   sus   impactos   sociales,   económicos,   políticos   y   ambientales.   Y   si  esos  problemas  globales  hacían  parte   exclusiva  de  la  agenda  internacional  de   los  Estados,  en  la  última  década  nuevos   actores   de   la   arena   internacional,   sean   del  sector  privado  y  de  la  sociedad  civil,   sean   de   otras   esferas   de   gobierno,   reclaman   su   inserción   en   nuevos   modelos  de  gobernanza  ambiental.    

                                                                                                              30

En   términos   jurídicos,   se   trata   de   la   división   administrativa   y   política   que   media   entre   el   nivel  federal  y  el  nivel  municipal.  

52  


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                            La  paradiplomacia  ambiental  en  la  nueva  gobernanza…  

representa ya   una   nueva   dinámica,   un   autentico   cambio   en   el   futuro   de   la   diplomacia.       El   objetivo   de   este   artículo   es   explorar   la  inserción  y  el  papel  de  los  gobiernos   subnacionales  y  sus  redes  de  trabajo  en   el   desarrollo   del   régimen   internacional   del   clima,   en   particular   la   labor   de   la   Red   de   Gobiernos   Regionales   para   el   Desarrollo   Sostenible   (nrg4SD).31   Para   cumplir   el   objetivo   propuesto,   este   artículo   se   compone   de   tres   secciones.   La   primera   analiza   las   principales   características   de   esta   rama   del   Derecho   Internacional   -­‐su   necesidad   y   el   papel   de   los   actores   no   estatales,   especialmente   de   los   gobiernos   subnacionales,   en   la   construcción   de   una   gobernanza   climática   global-­‐.   Para   hacer   más   evidente   este   hecho,   la   segunda   sección   se   dedica   a   la   presentación   de   la   labor   de   nrg4SD   en   la   nueva   realidad   diplomática   y,   finalmente,   la   última   sección   contiene   las  conclusiones.    

multilateral. Esta   necesidad   de   cooperación   también   hace   que   el   mundo   sea   más   interdependiente   que   antes,  lo  que  confirma  una  nueva  lógica   del   poder   en   las   relaciones   internacionales  (Andonova  et  al.,  2009;   Bulkeley   y   Newell,   2010).   En   otras   palabras,   los   problemas   generales   del   medio   ambiente,   así   como   los   relacionados   con   los   derechos   humanos,   las   finanzas   y   el   comercio,   entre   otros,   sólo   pueden   tener   soluciones   satisfactorias   si   son   negociados   y   regulados   por   todos   los   Estados,   sin   descuidar   la   importancia   creciente   del   papel   desempeñado   por   los   nuevos   agentes   en   el   escenario   internacional.       Los   nuevos   problemas   ambientales   mundiales,   especialmente   el   cambio   climático,   representan   un   desafío   al   sistema   internacional,   el   cual   se   ve   obligado   a   adoptar   medidas   eficaces   para   hacer   frente   a   este   problema   con   carácter   urgente,   bajo   el   riesgo   de   agravar   los   impactos   sociales,   económicos,   políticos   y   ambientales   que   puedan   resultar.   Es   cierto   que   el   Derecho   Internacional   del   Medio   Ambiente   se   ha   enfrentado   a   estos   problemas   de   manera   innovadora,   fomentando   la   incorporación   de   un   modelo   de   gobernanza   ambiental   a   nivel   mundial   a   partir   de   medidas   llevadas  a  cabo  por  actores  emergentes   para   hacer   frente   a   los   problemas   ambientales   (Bodansky   et   al.,   2008).   Entre  estos  actores  y  nuevo  modelo  de   gobernanza,  se  pueden  mencionar  a  los   gobiernos   subnacionales   y   sus   redes   horizontales,   así   como   su   inserción   en   el   escenario   de   la   toma   de   decisiones   (Happaerts  et  al.,  2010).      

NUEVOS   ACTORES   DE   LA   COMUNIDAD  INTERNACIONAL  Y  DE   LA  PARADIPLOMACIA  AMBIENTAL       La   primera   década   del   nuevo   milenio   trajo   consigo   una   serie   de   acontecimientos   que   imponen   nuevos   desafíos   y   retos   a   la   sociedad   internacional.   Para   resolverlos,   hace   falta   suponer   que   las   soluciones   sólo   son   posibles   si   están   pensadas   de   una   manera   integrada,   solidaria   y                                                                                                                   31

Este   artículo   tiene   por   base   un   estudio   específico   desarrollado   sobre   el   papel   de   las   Comunidades   Autónomas   (CCAA)   españolas   en   dicha  Red  (Rei  et  al.,  in  press).    

53


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                            Fernando  Rei,  Kamyla  Cunha  y  Joana  Setzer  

Se puede   afirmar   que   la   suma   de   nuevos   actores   a   la   comunidad   internacional   está   directamente   asociada   a   dos   fenómenos   destacados   del   siglo   XX:   el   proceso   de   globalización   y   la   urgencia   de   los   problemas   ambientales   globales,   como   el   cambio   climático.   El   agravamiento   y   la   intensidad   de   eventos   extremos   vinculados   al   cambio   climático   a   lo   largo   de   los   últimos   20   años   han   reforzado   el   carácter   universal   de   este   fenómeno.   Las   formas   actuales   de   producción   y   consumo,   como   causas   antrópicas   del   cambio   climático,   se   expanden   por   todo   el   globo;   impactos   graves   que   afectan   a   todos   los   niveles   de   la   comunidad   (tanto   a   nivel   local   como   global)   en   sus   distintas   modalidades:   ambiental,   social,   económica   y   política   (Mateo,   1992).   Estas   son   las   razones   por   las   que   la   labor   de   enfrentar   los   problemas   ambientales   globales   se   ha   convertido   en   un   reto   para   las   actividades   diplomáticas   y   una   nueva   área   de   conocimiento   del   Derecho   Internacional.       A   nivel   internacional,   la   respuesta   al   cambio   climático   la   ha   aportado   el   régimen   climático   -­‐un   conjunto   de   reglas,   instituciones   y   medidas   de   mitigación   para   luchar   contra   las   emisiones   de   gases   de   efecto   invernadero   (GEI),   así   como   las   adaptaciones   para   gestionar   sus   impactos   de   forma   anticipada   sobre   la   base   de   dos   tratados:   la   Convención   Marco   de   Naciones   Unidas   sobre   el   Cambio   Climático   (UNFCCC)   y   el   Protocolo  de  Kyoto-­‐.       A   pesar   de   ser   considerado   como   el   principal   instrumento   de   la   agenda  

multilateral fomentada   por   el   Derecho   Internacional   del   Medio   Ambiente,   lo   cierto   es   que   el   régimen   climático   ha   llegado  en  la  actualidad  a  una  situación   de  auténtica  parálisis.  Debido  a  que  las   negociaciones   del   régimen   climático   aún   suponen   un   acuerdo   consensuado   por   todos   los   Estados   miembro,   los   avances   resultan   cada   vez   más   difíciles   en   lo   que   será   el   período   post   Kyoto.   No   en   vano,   esta   situación   es   reconocida   como   “la   vuelta   a   la   realpolitik   -­‐política   de   la   realidad"   (Berstein  et  al.,  2010).           Gobernanza  ambiental  global       La   sociedad   internacional   ha   afrontado   tradicionalmente   los   problemas   globales   multilaterales   mediante   acuerdos   consensuados   entre   Estados   Partes,  aunque  en  su  esencia  el  cambio   climático   ignora   la   soberanía   y   las   fronteras   políticas   entre   naciones.   Lo   cierto   es   que   el   equilibrio   climático   constituye  un  continuum  ecológico  que   se   extiende   tanto   en   los   espacios   sometidos   a   soberanía   territorial   como   más   allá   de   ellos   (Ruiz,   1999)   y,   además,  los  impactos  de  este  problema   ambiental  son  y  deben  ser  entendidos  a   largo   plazo   y   se   padecen   realmente   a   nivel   subnacional   y   local   (Bodansky,   1999).   En   este   sentido,   la   dualidad   global-­‐local   del   cambio   climático   inculca  un  sentido  de  la  responsabilidad   para   afrontar   este   fenómeno   en   todos   los   niveles   de   la   organización   social   (Litfin,  2000).       La   respuesta   internacional   insuficiente   y   la   necesidad   de   acciones   prácticas   para   afrontar   los   problemas   ambientales   globales   han   dado  

54


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                            La  paradiplomacia  ambiental  en  la  nueva  gobernanza…  

legitimidad paulatina   a   la   aparición   de   nuevas   formas   de   autoridad,     aunque   carentes   de   soberanía,   elementos   de   autonomía   y   control   (Bulkeley,   2010).   En   realidad,   se   ha   concedido   a   estas   nuevas   estructuras   una   legitimidad   voluntaria   por   parte   de   la   sociedad   (Deduerwaerdere,   2005),   gracias   a   la   asunción   de   que,   para   afrontar   de   manera   efectiva   esos   problemas,   es   necesaria   una   acción   coordinada   y   de   cooperación   de   los   sistemas   de   gobierno   en   todos   sus   niveles   (estatal,   supraestatal,  infra  estatal,  interestatal),   siendo   destacable   la   participación   del   nivel   estatal,   infra   estatal   (tanto   regional   como   local)   y   de   actores   no   gubernamentales,   cada   uno   de   ellos   jugando   una   variedad   de   papeles   (Bulkeley,  2005).         En  otras  palabras        

formalmente partes  en  el  sistema  legal   internacional.   Paradiplomacia  ambiental       Una   de   las   facetas   más   dinámicas   y   comprometidas  de  esta  nueva  forma  de   gobernanza   ambiental   global   son   las   acciones   de   los   gobiernos   subnacionales   para   afrontar   el   cambio   climático   y   sus   reflejos.   Asociadas   originariamente   a   una   mayor   participación   de   los   gobiernos   subnacionales   en   los   problemas   internacionales   económicos,   con   la   globalización   como   paradigma   (Duchacek,   1984;   Duchacek,   1990;   Michelmann  &  Soldatos,  1990;  Keating,   1999;   Lecours,   2002;   Hocking,   2004;   Keating,   2005;   Milani   y   Ribeiro,   2011;   Hocking,   2004),   el   concepto   de   paradiplomacia   comenzó   también   a   utilizarse   para   expresar   el   creciente   interés   y   la   participación   directa   de   dichos   actores   en   las   agendas   ambientales   globales   (Hocking,   1996;   Bueno  da  Silva,  2010;  Eatmon,  2009).         En   este   artículo   se   utiliza   el   concepto   de   paradiplomacia   ambiental   en   la   inclusión   de   los   gobiernos   subnacionales   en   la   dinámica   del   Derecho   Internacional   del   Medio   Ambiente,   que   se   ha   abierto   progresivamente   a   la   participación   de   otros   niveles   de   gobierno.   Es   decir,   las   iniciativas   jurídicas   y   políticas   internacionales   y   transnacionales   establecidas   en   un   gobierno   subnacional   para   combatir   los   problemas   ambientales   globales   reconocidas   por   sus   pares.   Tales   iniciativas  incluyen  la  firma  de  acuerdos   y   alianzas   con   regiones   de   países   extranjeros,   la   participación   en   conferencias  y  eventos  internacionales,  

como   los   problemas   ambientales   atraviesan   espacialmente   las   fronteras   (afectando   a   múltiples   jurisdicciones)   y   temporalmente   el   espacio   (generando   riesgos   para   las   generaciones   presentes   y   futuras),   necesitan   de   cooperación   entre   las   naciones   y   los   grupos   de   stakeholders   en   una   forma   de   gobernanza   ambiental   global   (Reed   y   Bruyneel,  2010:650).  

  O   sea,   a   través   de   la   gobernanza   ambiental   global   se   han   creado   de   forma   complementaria   distintas   modalidades   y   niveles   de   acción   en   la   lucha   contra   los   problemas   ambientales.   Como   consecuencia   de   ello,   el   avance   de   los   regímenes   basados   en   la   firma   de   tratados   multilaterales   se   ha   sustentado   en   actividades  de  desarrollo  en  los  niveles   infra   estatal   y   transnacional,   así   como   por   otros   actores   que   no   son  

55


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                            Fernando  Rei,  Kamyla  Cunha  y  Joana  Setzer  

así como   la   participación   de   estas   entidades  en  las  redes  internacionales  y   transnacionales   de   los   gobiernos   subnacionales.       En   la   literatura   especializada,   se   identifican   distintas   claves   de   este   movimiento   más   allá   de   las   fronteras   nacionales   estatales.   En   un   análisis   de   una   serie   de   iniciativas   locales   y   regionales   para   afrontar   el   cambio   climático  en  los  Estados  Unidos,  Engels   y   Orbach   (2008)   identificaron   una   correlación   directa   entre   dichas   acciones   y   los   deseos   electorales   o   el   apoyo   político   de   la   población.   De   acuerdo   con   Bernstein   et   al.   (2010),   el   estado   actual   de   las   negociaciones   para   desarrollar   el   régimen   internacional   de   lucha   contra   el   calentamiento   global   aún  está  marcado  por  la  resistencia  de   los  Estados  Partes  para  asumir  mayores   y   nuevos   compromisos,   lo   cual   parece   disminuir   su   legitimidad   como   interlocutores   adecuados   para   la   solución  de  este  problema  ambiental  y   refuerza   la   oportunidad   y   el   papel   de   otras   autoridades   y   centros   de   toma   de   decisión,   particularmente   aquellos   de   nivel   subnacional.   En   esta   línea,   Setzer   (in   press)   enfatiza   que   tanto   las   emisiones   de   gases   de   efecto   invernadero   como   los   impactos   del   cambio  climático  ocurren  y  se  padecen   realmente   en   los   niveles   local   y   regional,   forzando   a   los   actores   subnacionales   a   ofrecer   una   respuesta   más   proactiva   y   efectiva.   Además,   la   mayoría  de  los  gobiernos  subnacionales   tienen   competencias   legislativas   y   administrativas   sobre   fuentes   importantes   de   emisiones   de   gases   de   efecto   invernadero.   Por   consiguiente,   estos   gobiernos   son   los   encargados   de   definir   políticas   públicas   destinadas   -­‐o   al  menos  que  tengan  en  consideración-­‐,  

a la   mitigación   del   cambio   climático   (Colier,  1997;  nrg4SD,  2012).     Es   cierto   que   las   iniciativas   de   los   gobiernos   subnacionales   para   afrontar   el   cambio   climático   han   expandido   el   alcance   de   los   resultados   de   la   gobernanza   ambiental   (Rabe,   2004,   1007;   Rosenzweig   et   al.   2010;   Hoornweg   et   al.   2011).   Okereke   et   al.   (2009)   afirman   que,   en   algunos   casos,   estas   actividades   se   suman   a   los   esfuerzos   nacionales   e   internacionales   para  afrontar  el  problema,  ayudando  a   los  Estados  a  cumplir  sus  compromisos   internacionales.  En  otros  casos,  a  pesar   de   la   inercia   de   los   gobiernos   centrales,   las  acciones  subnacionales  tienen  como   resultado   reducciones   efectivas   de   gases   de   efecto   invernadero   y   acaban   ejerciendo   cierta   influencia,   directa   o   indirecta,   en   las   negociaciones   internacionales   sobre   el   cambio   climático,   presionando   a   los   Estados   Partes   para   avanzar   en   sus   compromisos   y   esfuerzos   respecto   de   los  problemas  a  afrontar.       Naturalmente  que  los  citados  impactos   de   las   iniciativas   subnacionales   en   la   gobernanza   global   ambiental   acaban   alcanzando   mayor   empuje   cuando   los   actores   subnacionales   actúan   de   manera   organizada   en   mecanismos   de   cooperación   horizontal   y   redes   solidarias   (Bulkeley   y   Betsill,   2003;   Bulkeley,   2010;   Setzer,   in   press).   A   pesar   de   que   las   redes   son   inicialmente   creadas   como   plataformas   para   el   intercambio   de   información,   técnicas,   prácticas   y   experiencias   en   medidas   adoptadas   para   afrontar   los   desafíos   del   cambio   climático,   en   la   práctica   no   se   puede   negar   que   dichas   redes   transnacionales   acaban   jugando   un   papel   político   singular,   sobre   todo  

56


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                            La  paradiplomacia  ambiental  en  la  nueva  gobernanza…  

cuando actúan  de  forma  coordinada  en   la   esfera   de   la   negociación   internacional.  Este  es  el  caso  de  la  Red   de   Gobiernos   Regionales   para   el   Desarrollo  Sostenible  (nrg4SD).    

ánimo de  lucro”,  bajo  la  ley  belga.     En   la   actualidad,   la   red   cuenta   con   50   miembros  de  derecho,  de  30  países  y  7   asociaciones   de   regiones,   además   de   observadores,  representando  a  más  de   mil   gobiernos   regionales   a   nivel   mundial.   Nrg4SD   es   miembro   del   Foro   Global   de   Asociaciones   de   Regiones   (FOGAR)   y   su   portavoz   para   los   temas   de  desarrollo  sostenible.       Para   coordinar   sus   actividades,   nrg4SD   ha   creado   un   Steering   Committee   (Grupo   Promotor),   que   actúa   como   el   órgano   de   gobierno   de   la   red.   El   Steering  Committee  se  reúne  dos  veces   al  año  en  sesiones  ordinarias  y  tiene  la   función   de   convocar   anualmente   a   la   Asamblea   General.     El   Steering   Committee   trata   de   garantizar   un   equilibrio   geográfico   en   la   red,   alentando   la   condición   de   miembro   entre   regiones   pertenecientes   a   países   en   desarrollo.   Los   miembros   del   Steering   Committee   se   eligen   por   un   periodo   de   tres   años   sin   restricciones   para   la  reelección;   éstos   eligen   a   su   vez   de  entre  sus  miembros  dos  Presidentes   (Co-­‐Presidente   Norte;   Co-­‐Presidente   Sur),  cinco  puntos  focales  continentales   (Vice-­‐Presidentes)  y  una  Tesorería.       Al   observar   el   listado   de   regiones   miembro   de   nrg4SD,   es   inevitable   admitir   que   las   regiones   europeas   aún   tienen  un  mayor  peso  respecto  al  resto   de   los   miembros   de   la   red   (Happaerts   et   al.,   2010,   2011),     y   eso   tiene   su   explicación   en   la   existencia   de   un   alto   nivel   de   actividad   regional   en   Europa   (Jones  y  Keating,  1996;  Petschen,  1993;   Pinratis,   1995;   De   Castro   Ruano,   1994;   Hooghe,   1996)   la   cual   se   debe   principalmente   a   dos   motivos:   por   un  

LA   RED   DE   GOBIERNOS   REGIONALES   POR   EL   DESARROLLO   SOSTENIBLE  -­‐  NRG4SD       Es   una   red   internacional   que   representa   a   asociaciones   regionales   y   gobiernos   regionales   a   nivel   global.   Promueve   el   entendimiento,   la   colaboración   y   las   asociaciones   en   materia   de   desarrollo   sostenible,   particularmente   en   la   agenda   climática,   persiguiendo  un  mayor  reconocimiento   internacional   sobre   la   importancia   que   las   contribuciones   regionales   suponen   al  desarrollo  sostenible.       Nrg4SD   fue   creada   por   ciertos   gobiernos  regionales  participantes  en  la   Cumbre   Mundial   sobre   Desarrollo   Sostenible   de   Johannesburgo   (2002),   en   una   Conferencia   paralela.   De   esta   Conferencia   paralela   resultó   la   Declaración  de  Gauteng,  firmada  por  23   gobiernos   subnacionales,   en   la   que   de   un   lado   se   ponía   de   manifiesto   la   importancia   de   los   gobiernos   subnacionales  en  asuntos  de  desarrollo   sostenible   así   como   de   la   cooperación   entre  sí;  y  de  otro  lado,  se  acordaba  el   deseo   de   crear   una   red   de   gobiernos   subnacionales   a   nivel   mundial   para   el   desarrollo   sostenible   (Declaración   de   Gauteng,   2002).   A   partir   de   la   Conferencia  de  San  Sebastián  (2003)  se   inicia   la   personalización   jurídica   de   la   red,  que  se  registra  legalmente  en  2004   como  una  “Asociación  Internacional  sin    

57


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                            Fernando  Rei,  Kamyla  Cunha  y  Joana  Setzer  

lado, Europa   como   comunidad   de   culturas   (Eulate   et   al.,   2003;   Martin   Y   Nogueras,   1996;   Moreno,   1993)   comparte   unas   raíces   históricas,   culturales   y   jurídicas   que   favorecen   la   cooperación   y   compatibilidad   de   sus   regiones;   por   otro   lado,   la   Unión   Europea   (UE),   como   organización   supranacional   de   integración,   ha   creado  amplias  oportunidades  para  que   las  regiones  ejerzan  influencia  de  forma   independiente  de  sus  Estados   (Keating,   2005).       Merece   destacar   la   aportación   cuantitativa   que   las   Comunidades   Autónomas   Españolas   (CCAA)     realizan   a  nrg4SD  con  su  compromiso  y  trabajo,   pero   cabe   subrayar,   además,   su   contribución  cualitativa  a  la  red,  la  cual   ha   permitido   el   estrechamiento   de   las   relaciones   con   las   regiones   de   América   Latina   y   el   Caribe   -­‐con   quienes   comparten   unas   importantes   raíces   lingüísticas   y   culturales-­‐   fruto   del   cual   se   han   desarrollado   destacables   colaboraciones.  Hoy  en  día,  las  regiones   de  América  Latina  y  el  Caribe  y  las  CCAA   representan   un   eje   propio   de   actividades   en   el   régimen   multilateral   de   nrg4SD,   con   vigor   y   liderazgo.   En   realidad,   la   actual   presidencia   de   nrg4SD   resulta   de   este   estrechamiento:   la   Co-­‐Presidencia   Norte   está   en   manos   de   Cataluña   y   la   Co-­‐Presidencia   Sur   de   São  Paulo.       Con  el  objeto  de  fortalecer  sus  acciones   de   defensa   de   los   esfuerzos   de   los   gobiernos   regionales   subnacionales   contra   el   calentamiento   global,   nrg4SD   ha  sido  acreditada  oficialmente  ante  la   UNFCCC   como   observador   social.   Además,   nrg4SD   cuenta   con   un   Grupo   de   Trabajo   permanente   respecto   a   las  

negociaciones internacionales   sobre   cambio   climático   y   ha   lanzado   recientemente   un   Grupo   de   Trabajo   Técnico   para   la   financiación   de   la   acción  climática  a  nivel  subnacional.       Todo  esto  ha  permitido     a  nrg4SD  trabajar     directamente  con  el     Secretariado  de  la  Convención  y     con  algunas  Partes  de  la  misma,     así  como  representar  directamente     en  las  negociaciones     internacionales  a  aquellos     gobiernos  subnacionales     que  son  miembro  de  la  red.         En   estas   negociaciones,   rg4SD   i)   defiende  de  forma  constante  un  mayor   reconocimiento  de  la  aportación  crucial   de   los   gobiernos   subnacionales   a   la   acción   sobre   el   cambio   climático,   ii)     colabora   con   el   Secretariado   y   los   grupos   de   trabajo   de   la   UNFCCC   en   temas   técnicos   y   iii)   aporta   de   forma   regular  a  los  debates  la  presencia  de  las   delegaciones   subnacionales,   así   como   sus  iniciativas  (nrg4SD,  2012).       Con   objeto   de   influir   en   el   proceso   de   negociación   sobre   cambio   climático,   la   red   ha   venido   trabajando   de   forma   institucional   con   otras   redes   de   gobiernos   subnacionales,   como   The   Climate   Group   (TCG),   los   Gobiernos   Locales   para   la   Sostenibilidad   (ICLEI)   y   las   Ciudades   y   Gobiernos   Locales   Unidos  (UCLG).  Esta  colaboración  entre   redes   de   gobiernos   subnacionales   supone  un  esfuerzo  estratégico  para  la   creciente   concienciación   ciudadana   en   una   acción   cotidiana   respecto   al   cambio   climático.   Además,   representa   un   contexto   inédito   entre   los   gobiernos  

58


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                            La  paradiplomacia  ambiental  en  la  nueva  gobernanza…  

subnacionales para  contribuir  a  adaptar   la  gobernanza  internacional  del  cambio   climático  a  los  tiempos  modernos.       La   actuación   de   nrg4SD     en   las   conversaciones   de   la   pre-­‐Conferencia   de   las   Partes   (COP)   16   es   un   buen   ejemplo   de   cómo   la   red   opera   y   contribuye   en   los   foros   internacionales.   Durante   2010,   el   Grupo   de   Trabajo   de   nrg4SD  aportó  una  contribución  técnica   a   los   trabajos   del   Grupo   de   Trabajo   ad   hoc   sobre   Acción   Cooperativa   a   Largo   Plazo   (AWG-­‐LCA)   -­‐preparado   conjuntamente  con  The  Climate  Group-­‐ ,   y   que   fue   debatida   directamente   con   la   presidenta   del   AWG-­‐LCA   en   Bonn   (Alemania).   También   realizó   otra   contribución   técnica   durante   las   conversaciones   de   la   pre-­‐COP  entre   sesiones  en  Tianjín  en  octubre  de  2010   (nrg4SD,  2012).       La   red   ha   organizado,   al   mismo   tiempo,   varias   reuniones   con   la   suficiente   envergadura   para   demostrar   que   los   gobiernos  subnacionales  son  la  base  de   nuevas   y   exitosas   experiencias   en   las   políticas   del   cambio   climático.   Este   fue   el   caso   del   evento   paralelo   organizado   por   la   red   en   la   reunión   de   la   pre-­‐COP   de   junio   de   2010   denominado   “Los   Gobiernos   Subnacionales   y   Locales   unen  sus  Fuerzas  para  aportar  Medidas   Efectivas   de   Adaptación”,   del   evento   denominado   “Cancún   –   30   Regiones   Ejecutando   Acciones   Climáticas   –   Una   Sesión   de   Debate   entre   Actores   Cruciales”,   albergado   en   octubre   de   2010   en   el   marco   de   los   debates   europeos   sobre   las   negociaciones   internacionales   sobre   el   clima,   y   de   una   serie   de   eventos   paralelos   celebrados   durante   la   COP   16,   en   Cancún,   y   la   COP17,  en  Durban  (nrg4SD,  2012).  

  En   la   dinámica   de   construcción   de   una   nueva  gobernanza  climática  global,  por   primera   vez,     los   gobiernos   subnacionales   han   sido   reconocidos   en   un   acuerdo   de   la   UNFCCC.   En   los   acuerdos  de  Cancún  (Decisión  1/CP16),   particularmente,   la   parte   denominada   “la   visión   compartida   para   la   acción   cooperativa   a   largo   plazo”,   reconoce   formalmente   “la   necesidad   de   comprometer   a   una   amplia   gama   de   stakeholders   de   los   niveles   global,   regional,   nacional   y   local,   en   las   reducciones   de   emisiones   legalmente   obligatorias”,   y   añade   que   “mientras   existan   estas   implicaciones,   el   protocolo   tendrá   un   futuro   efectivo”.   Se   trata   de   una   demanda   clave   respecto   a   los   países   en   desarrollo”.   Además,  en  estos  acuerdos  se  recoge  el   papel   de   los   gobiernos   subnacionales   en   los   esfuerzos   de   adaptación,   la   reducción  de  las  emisiones  en  bosques   y   la   cooperación   al   desarrollo   (UNFCCC,   2011).       Igualmente,   es   importante   declarar   que,   en   el   marco   de   otras   Convenciones   de   Río,   concretamente   en   la   Convención   de   Naciones   Unidas   para   la   Biodiversidad   Biológica   (UN   CBD),   durante   su   última   reunión   en   octubre   de   2010   en   Nagoya,   las   Partes   adoptaron   la   Decisión   X/22,   en   la   cual   suscriben   el   Plan   de   Acción   para   los   Gobiernos   Subnacionales,   Ciudades   y   Otras   Autoridades   Locales.   Concretamente,   la   Decisión   invita   a   las   Partes   a   involucrar   a   los   gobiernos   subnacionales,   ciudades   y   otras   autoridades   locales   en   la   revisión   de   sus   estrategias   nacionales   de   biodiversidad   y   planes   de   acción;   e   invita   a   los   gobiernos   subnacionales,  

59


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                            Fernando  Rei,  Kamyla  Cunha  y  Joana  Setzer  

ciudades, autoridades   locales   y   a   sus   redes   a   contribuir   en   la   puesta   en   funcionamiento   del   Plan   de   Acción.   Asimismo,   el   Plan   de   Acción   identifica   como   asociaciones   y   mecanismos   de   coordinación   el   establecimiento   de   Comités   Consultivos   de   Ciudades   y   Gobiernos  Subnacionales.       En  el  camino  hacia  Río+20,  en  junio  de   2012,   nrg4SD,   que   cumplirá   en   la   Conferencia   su   décimo   aniversario,   ha   participado   muy   activamente   en   los   últimos   meses   en   las   principales   reuniones   internacionales,   a   partir   de   un   Grupo   de   Trabajo   establecido   para   coordinar   las   obras   de   la   red   en   este   campo,   y   está   totalmente   involucrada   en   el   seguimiento   del   proceso   de   negociación   del   “Draft   Zero”,   con   el   soporte   estratégico   de   dos   de   sus   miembros,  los  gobiernos  subnacionales   brasileños   de   Rio   de   Janeiro   y   São   Paulo.    

siglo XXI   donde   se   encuentra   la   base   para   crear   un   liderazgo   en   la   acción   climática   que   esté   guiado   por   la   ambición  y  el  realismo.     Como   los   Estados   Partes   son   cada   vez   más   conscientes   de   la   complejidad   de   los   problemas   ambientales,   puede   afirmarse   que   crece   una   aceptación   internacional   de   que   las   relaciones   ambientales   legales   a   nivel   internacional   son   relaciones   multilaterales   y   multiniveles,   y   no   más   relaciones  regionales  o  bilaterales  entre   apenas   esos   Estados   Partes.   En   otras   palabras,   las   actividades   paradiplomáticas   ambientales   pueden   ser  explicadas  y  legitimadas  a  través  de   una   teorización   de   los   vínculos   verticales  y  horizontales  que  participan   en   la   gestión   de   los   problemas   ambientales   globales.     En   efecto,   ha   sido   posible   crear   un   escenario   cada   vez  más    participativo,  que  se  alimenta   en   un   movimiento   legal   innovador   que   aporta   la   base   para   un   trabajo   normativo   que   debe   ser   actualizado   y   revisto  de  forma  permanente.       Esta   aceptación   internacional   ha   abierto   progresivamente   la   forma   de   participación   del   público   –particulares,   sociedades   científicas,   ONGs,   pueblos   indígenas  y  aborígenes,  asociaciones  de   gobiernos   regionales,   etcétera–   y   hará   posible   que   se   continúe   con   el   desarrollo   de   una   conciencia   de   los   problemas   comunes   relacionados   con   el   Derecho   Internacional   del   Medio   Ambiente,  con  la  diplomacia,  hasta  que   se  logre  un  nuevo  pacto  de  legitimidad   global.   Lo   anterior   debe   darse   a   la   luz   de   un   nuevo   orden   internacional,   que   realmente   reconozca   las   nuevas   y   complejas   realidades,   donde     los   gobiernos   subnacionales   tienen   un  

CONCLUSIONES  

  Es   innegable   que   el   desafío   humano,   económico   y   ambiental   que   va   de   la   mano   del   cambio   climático   exige   la   existencia   de   estructuras   de   gobierno   internacionales  y  nacionales  capaces  de   reflejar  el  papel  crucial  de  los  gobiernos   subnacionales   hacia   una   aproximación   multinivel,   complementaria   y   consistente   en   la   lucha   contra   este   reto   global.     Se   puede   afirmar   que   la   clave   para   comprender  la  globalización  se  basa  en   una   gobernanza   correcta   y   moderna,   y   que   el   enorme   reto   del   cambio   climático  debe  entenderse  en  términos   de   oportunidades   y   realidades.   Es   en   esta  lectura  positiva  de  los  desafíos  del    

60


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                            La  paradiplomacia  ambiental  en  la  nueva  gobernanza…  

papel renovado,   ya   que   sus   contribuciones   y   liderazgo   son   esenciales   como   ayuda   para   lograr   los   objetivos   últimos   del   desarrollo   sostenible.         Y   en   esta   experiencia   paradiplomática,   reconocer   que   la   cooperación   y   el   entendimiento   entre   redes,   lideradas   por   nrg4SD,   lejos   de   crear   competitividades,   ha   funcionado   como        

un ejemplo   de   unión   de   fuerzas   y   apoyo   mutuo   para   reclamar   en   los   foros   internacionales,   en   particular   del   sistema   de   Naciones   Unidas,   la   importancia  del  papel  de  los  gobiernos   subnacionales   en   la   gestión   de   los   asuntos   multilaterales   de   desarrollo   sostenible   y   de   pragmatismo   en     la   identificación   de   oportunidades   de   cooperación   entre   las   regiones   del   mundo.

REFERENCIAS  

Aldecoa, F.   y   Keating   M.   (2010),   Paradiplomacia:   Las   relaciones   internacionales   de   las   regiones,   Barcelona,  Marcial  Pons.   Barreto,  M.I.  y  Mariano,  M.P.  (org.)  (2004),  A  Dimensão  Subnacional  E  As  Relações  Internacionais,  São   Paulo,  Educ;  Fundação  Editora  Da  Unesp,  Bauru:  Edusc,  pp.77-­‐108.   Bernad  Álvarez  De  Eulate,  M.,  Salinas  Alcelga,  S.,  Tirado  Robles,  C.  (2003),  Instituciones  y  Derecho  de  la   Unión  Europea,  Zaragoza,  Riee.   Berstein,   S.,   Betsill,   M.,   Hoffmann,   M.,   Paterson,   M.   (2010),   “A   Tale   Of   Two   Copenhagens:   Carbon   Markets  And  Climate  Governance”,  Millennium  –  Journal  Of  International  Studies,  vol.  39,  n.  1,   pp.161-­‐173.   Bodansky,   D.   (1999),   “The   Legitimacy   Of   International   Governance:   A   Coming   Challenge   For   International   Environmental   Law?”,   The   American   Journal   Of   International   Law   -­‐   vol.93,   n.3,   pp.596-­‐624.   Bodansky,   D.;   Brinnee,   J.;   Hey,   E.   (2008),   The   Oxford   Handbook   Of   International   Environmental   Law.   Oxford,  Oxford  University  Press.   Bueno   Da   Silva,   E.   (2010),   “Contemporary   Paradiplomacy:   Trajectories   And   Trends   Of   International   Actions   By   State   Governments   Of   Brazil   And   The   Us”,   Doctorate   Thesis   Submitted   To   The   International   Relations   Doctorate   Program   Of   The   International   Relations   Institute   Of   The   University  Of  Brasília  (Irel/Unb)  for  Obtaining  a  Doctor  Degree  In  International  Relations.   Bulkeley,  H.  (2010),  “Cities  And  The  Governing  Of  Climate  Change”,  Annual  Review  Of  Environment  And   Resources,  35(1),  pp.  229-­‐253.   _____  (2005),  “Reconfiguring  Environmental  Governance:  Towards  A  Politics  Of  Scales  And  Networks”,   Political  Geography,  n.  24,  pp.875-­‐902.   Bulkeley,   H.   &   Betsill,   M.   (2003),   Cities   And   Climate   Change:   Urban   Sustainability   And   Global   Environmental  Governance,  Oxon,  Routledge.   Carrillo  Salcedo,  J.  (1985),  El  Derecho  Internacional  en  un  mundo  en  cambio,  Madrid,  Tecnos.   Collier,  U.  (1997),  “Local  Authorities  And  Climate  Protection  In  The  European  Union:  Putting  Subsidiarity   Into  Practice?”,  Local  Environment,  2(1),  pp.  39-­‐57.   Colino,  C.  (2007),  La  acción  internacional  de  las  Comunidades  Autónomas  y  su  participación  en  la  política   exterior  española,  Opex,  Fundación  Alternativas,  Documento  de  Trabajo  10/2007.   De   Castro   Ruano,   J.L.   (1994),   La   emergente   participación   política   de   las   regiones   en   el   proceso   de   construcción  europea,  Vitoria,  Instituto  Vasco  De  Administración  Pública.   Deduerwaerdere,   T.   (2005),   The   Contribution   Of   Network   Governance   To   Sustainable   Development,   Belgium,  Université  Catholique  De  Louvain  Fonds  National  De  La  Recherche  Scientifique.   Díez  Moreno,  F.  (1996),  Manual  de  Derecho  de  la  Unión  Europea,  Madrid,  Thomson  Reuters.   Duchacek,   I.   D.   (1990),   “Perforated   Sovereignties:   Towards   A   Typology   Of   New   Actors   In   International   Relations”  in  H.  J.  Michelmann  &  P.  Soldatos  (eds.),  Federalism  And  International  Relations:  The   Role  Of  Subnational  Unitsm  Oxford,  Clarendon  Press,  pp.  1-­‐33.  

61


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                            Fernando  Rei,  Kamyla  Cunha  y  Joana  Setzer   _____  (1984  ),  “The  International  Dimensions  Of  Subnational  Self-­‐Government”,  Publius,  14(4),  pp.  5-­‐31.   Eatmon,  T.D.  (2009),  “Paradiplomacy  And  Climate  Change:  American  States  As  Actors  In  Global  Climate   Governance”,  Journal  Of  Natural  Resources  Policy  Research,  1(2),  pp.  153-­‐165.   Engels,   K.H.,   Orbach,   B.Y.   (2008),   “Micro-­‐Motives   And   State   And   Local   Climate   Change   Initiatives”,   Harvard  Law  And  Policy  Review,  vol.2,  pp.  119-­‐137.   Happaerts,   S.,   Van   Den   Brande,   K.,   Bruyninckx,   H.   (2011),   "Multi-­‐Level   Interactions   In   A   Sustainable   Development   Context:   Different   Routes   For   Flanders   To   Decision-­‐Making   In   The   Un   Commission   On   Sustainable   Development",   Environmental   Policy   And   Governance,   21(1),   pp.   70-­‐82.   _____   (2010),   “Governance   For   Sustainable   Development   at   the   Inter-­‐Subnational   Level:   The   Case   Of   The   Network   Of   Regional   Governments   For   Sustainable   Development   (Nrg4sd)”,   Regional   &   Federal  Studies,20(1),  pp.  127-­‐149.   Hocking,   B.   (2004),   “Regionalismo:   Uma   Perspectiva   Das   Relações   Internacionais”   in   Vigevani,   T.,   Wanderley,   L.E.,   Barreto,   M.I.,   Mariano,   M.P   (org.).   A   Dimensão   Subnacional   E   As   Relações   Internacionais,  São  Paulo,  Educ;  Fundação  Editora  Da  Unesp;  Bauru:  Edusc,  pp.77-­‐108.   _____   (1996),   “The   Woods   And   The   Trees:   Catalytic   Diplomacy   And   Canada's   Trials   As   A   ‘Forestry   Superpower’”,  Environmental  Politics,  5(3),  pp.  448-­‐475.     Hooghe  L.  (1996),  Cohesion  Policy  And  European  Integration,  Oxford,  Claredon.   Jones  B.,  Keating  M.  (1996),  The  European  Union  and  The  Regions,  Oxford,  Clarendon.   Keating,   M.   (2005),   “Regions   And   International   Affairs:   Motives,   Opportunities   And   Strategies”   in   Aldecoa,   F.   and   Keating,   M.,   Paradiplomacy   In   Action:   The   Foreign   Relations   Of   Subnational   Governments,  London,  Frank  Cass  Publishers.   Lecours,   A.   (2002),   “Paradiplomacy:   Reflections   On   The   Foreign   Policy   And   International   Relations   Of   Regions”,  International  Negotiation,  7,  pp.  91-­‐114.     Leis,  H.R.,  Viola,  E.  (2008),  América  del  Sur  en  el  mundo  de  las  democracias  de  mercado,  Rosario,  Homo   Sapiens  Ediciones.   Litfin,  K.T.  (2000),  “Environment,  Wealth  And  Authority:  Global  Climate  Change  And  Emerging  Modes  Of   Legitimation”,  International  Studies  Review,  vol.2,  n.  2,  pp.119-­‐148.   Loperena   Rota   D.   and   Ezeizabarrena   Sáenz   X.   (2004),   “Network   Of   Regional   Governments   For   Sustainable  Development”,  Revista  Medi  Ambient,  35.   Mangas   Martín,   A.,   Liñán   Nogueras   D.J   (1996),   Instituciones   y   Derecho   de   la   Unión   Europea,   Madrid,   Tecnos.   Mateo,  R.M.  (1992),  Tratado  De  Derecho  Ambiental,  vol.  II,  Madrid,  Trivium.   Michelmann,   H.J   and   Soldatos,   P.   (eds.)   (1990),   Federalism   And   International   Relations:   The   Role   Of   Subnational  Units,  Oxford,  Oxford  University  Press.   Milani,  C.R.S.,  Ribeiro,  M.C.M.  (2011),  “International  Relations  and  the  Paradiplomacy  Of  Brazilian  Cities:   Crafting   The   Concept   Of   Local   International   Management”,   Brazilian   Administration   Review,   vol.8,  n.1.   Nrg4sd   (2012),   Network   of   Regional   Governments   for   Sustainable   Development,   available   at   http://www.nrg4sd.org/,  accessed  In  March  2012.   _____  (2012a),  The  Cancun  Agreements  –  Overview  Of  The  Main  Outcomes  Of  UNFCCC  COP  16  -­‐  CMP  6,   available  at  http://www.nrg4sd.org/,  accessed  in  March  2012.   OECD   (2002),   Governance   For   Sustainable   Development.   Five   OECD   Case   Studies,   OECD   Publications,   Paris,  Organisation  for  Economic  Co-­‐Operation  and  Development.   Okereke,   C.   Bulkeley,   H.   Schroeder,   H.   (2009),   “Conceptualizing   Climate   Governance   Beyond   The   International  Regime”,  Global  Environmental  Politics,  vol.9,  n.1,  pp.58-­‐68.   Petschen  S.  (1993),  La  Europa  de  las  regiones,  Barcelona,  Generalitat  De  Catalunya.   Pintaris   S.   (1995),   Macht,   Demokratie   Und   Regionem   In   Europa.   Analysen   Und   Szenarien   Der   Integration   Und  Desintegration,  Marburg,  Metropolis.   Rabe,   B.   G.   (2007),   “Beyond   Kyoto:   Climate   Change   Policy   In   Multilevel   Governance   Systems”,   Governance,  20(3),  pp.  423-­‐444.   _____   (2004),   Statehouse   &   Greenhouse:   The   Emerging   Politics   of   American   Climate   Change   Policy,   Washington  D.C.,  Brookings  Institution  Press.   Reed  E  Bruyneel,  M.G.,  Bruyneel,  S.  (2010),  “Rescaling  Environmental  Governance,  Rethinking  The  State:   A  Three-­‐Dimensional  Review”,  Progress  In  Human  Geography,  vol.  34,  n.5,  pp.  646-­‐653.   Rei,   F.C.F.,   Cunha,   K.B.   (2008),   “Mudanças   Climáticas   Globais:   Desafio   A   Uma   Nova   Relação   Entre   O   Direito   Internacional   Do   Meio   Ambiente   E   As   Relações   Internacionais”   in   Casella,   P.B.,   Celli  

62


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                            La  paradiplomacia  ambiental  en  la  nueva  gobernanza…   Junior,  U.,  Meirelles,  E.   A.,  Polido,  F.B.P.  (org.).   Direito   Internacional,   Humanismo   E   Globalidade   –  Guido  Fernando  Silva  Soares  Amicorum  Discipulorum  Líber,  São  Paulo,  Atlas,  pp.  487-­‐502.   Rei,   F.;   Cunha,   K.;   Vera,   N.   (en   prensa),   La   paradiplomacia   medioambiental   y   el   papel   de   las   Comunidades  Autónomas  Españolas.   Röling,   B.   V.   A.   (1996),   “The   Role   Of   Law   In   Conflict   Resolution”   in   Ciba   Foundation   Symposium   on   Conflict  in  Society,  London.   Rosenzweig,   C.,   Solecki,   W.,   Hammer,   S.   A.   &   Mehrotra,   S.   (2010),   “Cities   Lead   The   Way   In   Climate-­‐ Change  Action”,  Nature,  467,  pp.  909-­‐911.   Ruiz,  J.J.  (1999),  Derecho  Internacional  Del  Medio  Ambiente,  Madrid,  Mcgraw-­‐Hill.   Setzer,   J.   (in   press),   “Governança   Multinível   Das   Mudanças   Climáticas:   Políticas   Subnacionais   E   Ações   Transnacionais  Em  São  Paulo”  in  Rei,  F.C.F.  (org.),  Direito  E  Desenvolvimento:  Uma  Abordagem   Sustentável.   UNFCCC   (2011),   Report   of   the   Conference   of   the   Parties   On   Its   Sixteenth   Session,   held   in   Cancun   from   29   November  to  10  December  2010,  United  Nations  Framework  Convention  on  Climate  Change.    

                     

63


64


A cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente:  a   experiência  da  rede  MERCOCIDADES         Abstract  

DECENTRALIZED COOPERATION   AND   THE   ENVIRONMENT:   THE   CASE   OF   MERCOCITIES   NETWORK  

© Adriana  Roque  2012.  

The   Mercocities   Network   promotes   cooperation   among   cities   of   the   member   and   associated   countries  of  MERCOSUR,  seeking  a  positive  regional   integration   and   improvements   in   municipal   public   policies.  This  article  aims  to  present  the  Mercocities   Network  and  the  actions  performed  by  its  Thematic   Unit   Environment   and   Sustainable   Development   (TUESD)   and   the   Innovation   and   Social   Cohesion   Project,   which   indicate   the   concern   of   the   region’s   cities   with   environmental   issues.   Initially   are   presented   information   about   the   Network,   then   a   survey  of  the  role  of  the  cities  in  the  TUESD  and  in   the   Project   are   made   and   finally   discussions   about   the   profile   of   this   activity   are   presented,   identifying   the  main  themes,  objectives  and  difficulties.     Key   words:   Decentralized   Cooperation,   Mercocities   Network,   Environment,   Sustainable  Development.     Resumen  

LA COOPERACIÓN  DESCENTRALIZADA  Y  EL  MEDIO  AMBIENTE:  LA  EXPERIENCIA  DE  LA  RED   DE  MERCOCIUDADES  

La   Red   Mercociudades   promueve   la   cooperación   entre   ciudades   de   los   países   miembros   y   asociados   del   MERCOSUR,   en   la   búsqueda   de   una   integración   positiva   a   nivel  regional  y  la  mejora  de  las  políticas  públicas  municipales.  Este  artículo  tiene  como   objetivo   presentar   la   Red   y   las   acciones   desarrolladas   por   la   Unidad   Temática   de   Medio  Ambiente  y  Desarrollo  Sostenible  (UTADS)  y  el  Proyecto  Innovación  y  Cohesión   Social,   que   indican   la   preocupación   de   las   ciudades   sobre   los   temas   ambientales.   En   una   primera   parte   se   presenta   información   sobre   la   red,   después   se   analiza   una   encuesta  de  la  actuación  de  las  ciudades  en  la  UTADS  y  en  el  Proyecto  y,  finalmente,  se   discute   el   perfil   de   esta   actividad,   así   como   la   identificación   de   los   principales   problemas,  objetivos  y  limitaciones.     Palabras  clave:  Cooperación  descentralizada,  red  de  Mercociudades,  medio  ambiente,   desarrollo  sostenible.

65  


A COOPERAÇÃO  DESCENTRALIZADA  E  O   MEIO-­AMBIENTE:  A  EXPERIÊNCIA  DA   REDE  MERCOCIDADES             Resumo  

Fabiana  Rita  Dessotti  Pinto,  Noemi  Galvão  y  Thiago  Mattioli  Silva  

A   Rede   Mercocidades,   promove   a   cooperação   entre   cidades   de   países   membros   e   associados   do   MERCOSUL,   procurando   uma   integração   regional   positiva   e   melhorias   em   políticas   públicas   municipais.   Este   artigo   tem   o   objetivo   de   apresentar   a   Rede   Mercocidades,   as   ações   realizadas   pela   sua   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável   (TUESD)   e   o   Projeto   de   Coesão   e   Inovação   Social.   Inicialmente  são  apresentadas  informações  sobre  a  rede,  um  levantamento  do  papel   das  cidades  na  TUESD  e  no  Projeto  e,  finalmente,  as  discussões  sobre  o  perfil  dessa   atividade,  identificando  os  principais  temas,  objetivos  e  dificuldades.           Palavras-­‐chave:   Cooperação   descentralizada,   rede   MERCOCIDADES,   meio-­‐ambiente,   desenvolvimento  sustentável.      

As redes   internacionais   de   cidades   se  

As iniciativas   de   formação   de   redes   de   cidades   se   inserem   na   lógica   da   cooperação   internacional,   que   tem   como   objetivo   a   consecução   de   metas   comuns   ou   convergentes   e   a   troca   de   informações,   aplicada   às   unidades   subnacionais.32   As   cidades   podem   se                                                                                                                  

constituem de   cidades   integradas   e   associadas   por   meio,   principalmente,   de   encontros   e   de   redes   de   contato   pela   internet   e   que   buscam   a   troca   de   informações   e   o   desenvolvimento   de   projetos,   por   meio   das   suas   diversas   unidades   temáticas,   sobre   os   mais   diversos   temas:   cooperação   internacional,   gestão   pública,   desenvolvimento   econômico,   social   e   urbano,   meio   ambiente,   educação,   cultura,   entre   outros.   As   redes   propiciam  trocas  de  experiências  para  a   solução   de   problemas   comuns,   que   também  são  globais.      

32

Cooperação   esta   que   tem   sido   nomeada   de   cooperação   descentralizada.   Esta   forma   de   cooperação   ganha   um   tratamento   mais   específico   a   partir   da   criação,   em   2004,   do   Observatório   de   Cooperação   Descentralizada   UE-­‐AL   em   Barcelona   e   tem   sido   difundida   por   pesquisadores   e   acadêmicos   que   trabalham   com   a   inserção   internacional   das   localidades.   Pode  ser  compreendida  como  um  enfoque  das   relações   de   cooperação   que   busca   estabelecer   relações   diretas   com   os   órgãos   de   representação   local   e   estimular   suas   próprias   capacidades   de   projetar   e   levar   a   cabo  

66  


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          A  cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente…  

aproximar por  ligações  regionais,  como   é   o   caso   da   Rede   Mercocidades,   históricas  ou  temáticas,  o  que  se  reflete   no  tipo  de  rede  que  será  formada33.       Capello   (2000)   considera   a   rede   como   uma  instituição  que  permite  a  troca  de   informações   entre   gestores   das   cidades   e   que   viabiliza   o   desenvolvimento   de   políticas   conjuntas.   Para   a   autora,   a   própria   lógica   da   formação   de   redes   demonstra   seus   efeitos   positivos,   chamados   de   externalidades   positivas.   “A   rede   determina   uma   relação   de   sinergia   privilegiada   entre   as   cidades   que   cooperam   e   interagem   na   mesma   área   ou   função,   que   inevitavelmente   provoca   externalidades   aos   parceiros   que   cooperam   em   termos   de   relações   horizontais  e  desempenham  as  mesmas   funções”   (Meneghetti   Neto,   2005,   p.   80).       A   principal   vantagem   econômica   da   participação   em   rede   é   denominada   externalidade.   O   ganho   está   no   aproveitamento   das   economias   de   escala,   proporcionado   pela   relação   complementar   e   na   possibilidade   de   sinergia,  propiciada  pelas  atividades  de   cooperação.   A   rede   pode   distribuir   ganhos   entre   as   cidades,   sendo   assim,  

as cidades   participam   das   redes   com   alguns  objetivos  específicos.         Partindo-­‐se   do   princípio   de   que   a   participação  em  redes  de  cidades  é  um   fenômeno   que   surge   a   partir   da   necessidade   de   intercâmbio   e   comparação   de   experiências   entre   governos   locais,   em   temas   de   sua   competência,  e  de  que  ela  ocorre  numa   dimensão   mais   ampla   de   globalização   e   descentralização   do   Estado,   a   cooperação   descentralizada,   desenvolvida   no   âmbito   das   redes,   representa  uma  das  formas  das  cidades   se  inserirem  de  forma  mais  competitiva   internacionalmente.       Para  as  cidades  maiores,  a  participação   em   redes   de   cidades   representa   uma   forma   de   essas   cidades   fortalecerem   suas   potencialidades   e   de   se   projetarem   política   e   economicamente   no   contexto   internacional,   ao   mesmo   tempo   em   que   potencializam   suas   políticas   locais   de   desenvolvimento.   Já   para   as   cidades   menores,   representam   uma   forma   de   inserção   internacional   que   elas   não   teriam   condições   de   desenvolver  sozinhas,  além  de  permitir   que   essas   cidades   aproveitem   as   experiências  exitosas  de  políticas  locais   e   os   ganhos   de   escala   que   os   projetos   conjuntos  viabilizam.    

                                                                                                              iniciativas   de   desenvolvimento   com   a   participação   direta   dos   grupos   de   população   interessados,   considerando   seus   interesses   e   seus   pontos   de   vista   sobre   o   desenvolvimento   (Comissão  Européia  apud  Romero,  2004:  p.  40).   33   Estas   redes   podem   ser   tipificadas,   como   apontam   Cardarello   e   Rodrigues   (2007),   em   redes   que   agregam   cidades   de   uma   mesma   área   ou   região;   redes   com   perfis   específicos   comuns,   formada   por   cidades   que   se   identificam   com   certos   perfis   (cidades   capitais,   por   exemplo);   e   redes   temáticas,   que   desenvolvem   trabalhos   e   ações   dentro   de   temas  específicos  e  bem  definidos.  

REDE   MERCOCIDADES   E   A   COOPERAÇÃO  DESCENTRALIZADA         A   Rede   Mercocidades   foi   criada   em   1995,   por   iniciativa   de   algumas   das  

67


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                          Fabiana  Dessoti,  Noemi  Galvâo  y  Thiago  Mattioli  

principais cidades   da   região34,   a   partir   da   Ata   de   Fundação   da   Mercocidades,   assinada   durante   a   I   Cúpula   da   Rede   que   se   deu   em   Assunção.   Possui,   atualmente,   a   participação   de   aproximadamente   225   cidades   dos   países   membros   e   associados   do   MERCOSUL35.  Quando  da  sua  criação,  a   Rede   buscava   uma   maior   participação   das   cidades   no   processo   de   integração   regional   no   âmbito   do   MERCOSUL,   integração   esta   que   era   questionada   pelos   principais   representantes   das   cidades   fundadoras.   Além   disso,   a   proposta   era   promover   um   ambiente   para  troca  de  experiências  e  de  técnicas   e  de  articulação  política  em  temas  que   interessam   as   cidades   (MERCOCIDADES,  2012).         O  objetivo  de  busca  de  reconhecimento   e   participação   da   Rede   no   MERCOSUL,   até  2004,  se  dava  pela  REMI  –  Reunião   Especializada   de   Municípios   e   Intendências   do   MERCOSUL,   criada   em   2000;   a   partir   de   2004,   a   REMI   foi   substituída   pelo   Foro   Consultivo   de   Municípios,   Estados   Federados,   Províncias   e   Departamentos.   O   Foro   é   formado  por  um  Comitê  de  Municípios   e   um   Comitê   de   Estados   Federados,   Províncias   e   Departamentos.   A   Rede   Mercocidades   é   a   coordenadora   do   Comitê  de  Municípios.       Ao   longo   do   tempo,   a   Rede   Mercocidades   perde   um   pouco   de   seu   caráter   político,   mas   em   contrapartida   acentua   seu   caráter   de   cooperação.   A  

Rede Mercocidades   passa   a   ter   como   objetivo   principal   a   geração   de   um   ambiente   de   cooperação   internacional   entre  as  cidades  na  busca  de  melhores   políticas   públicas   municipais.   Considerando-­‐se   que   as   atividades   desenvolvidas   levam   em   conta   os   recursos   disponíveis   e   a   participação   ativa   dos   interessados,   as   relações   desenvolvidas   no   âmbito   da   Rede   Mercocidades   podem   ser   consideradas   iniciativas   que   respondem   de   forma   adequada   aos   requisitos   das   políticas   de  desenvolvimento  local.       A   Rede   Mercocidades   possui   uma   complexa   estrutura   institucional,   contando  com  um  órgão  de  deliberação   máxima,  a  Assembléia  Geral  dos  Sócios,   um  órgão  superior  de  administração,  o   Conselho   da   Mercocidades,   uma   coordenadora   de   trabalhos,   a   Secretaria   Executiva,   um   organismo   de   apoio,   a   Comissão   Diretiva   e   um   órgão   assessor,   a   Secretaria   Técnica   Permanente.   Porém,   a   observação   da   atuação   da   Rede   permite   inferir   que   o   espaço   institucional   que   promove   a   cooperação  entre  as  cidades  em  temas   considerados   relevantes   para   as   localidades   são   suas   Unidades   Temáticas.  (MERCOCIDADES,  2012).       Estas  unidades  são  as  responsáveis  por   articular   e   desenvolver   os   principais   temas   da   integração   intermunicipal,   têm   como   função   principal   a   formulação   e   proposição   de   políticas   comuns   a   serem   discutidas   e,   eventualmente,   adotadas   no   âmbito   do   MERCOSUL.   Também   são   responsáveis   pelas   pesquisas   e   divulgação   de   experiências   desenvolvidas   em   suas   áreas   temáticas,   sendo   a   formalização   de   um   banco   de   dados,   a   realização   e  

                                                                                                              34

Rosario,  La  Plata  e  Córdoba  na  Argentina;   Florianópolis,  Porto  Alegre,  Curitiba,  Rio  de   Janeiro,  Brasília  e  Salvador  no  Brasil;  Assunção   no  Paraguai  e  Montevidéu  no  Uruguai.   35  Argentina,  Bolívia,  Brasil,  Chile,  Paraguai,   Peru,  Uruguai  e  Venezuela.    

68


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          A  cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente…  

participação de   eventos,   promoção   de   acordos,   intercâmbios   e   convênios   suas   principais   ações   (Dessotti,   2011).   Criadas,   inicialmente,   sobre   cinco   temáticas   diferentes   (Ciência,   Tecnologia   e   Capacitação;   Cultura;   Desenvolvimento   Social;   Planejamento   Estratégico   e   Turismo)   a   Rede,   atualmente,   possui   14   unidades   que   tratam   dos   seguintes   temas:   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável;   Autonomia,   Gestão   e   Financiamento   Municipal;   Ciência,   Tecnologia   e   Capacitação;   Cooperação   Internacional;   Cultura;   Desenvolvimento   Econômico   Local;   Desenvolvimento   Social;   Desenvolvimento   Urbano;   Educação;   Gênero   e   Município;   Juventude;   Planejamento   Estratégico;   Segurança   Cidadã;   e   Turismo.   É   importante   salientar   que   a   coordenação   destas   unidades   se   dá   de   forma   voluntária   e   descentralizada,   cabendo   às   cidades   coordenadoras   o   desenvolvimento   de   um   plano   de   trabalho,   contendo   as   principais   informações   sobre   as   atividades   a   serem   desenvolvidas   (MERCOCIDADES,   2012).   É   possível   observar   que   a   cooperação   descentralizada  possui  nestas  Unidades   Temáticas   seu   principal   ambiente   de   atuação,   uma   vez   que   a   própria   estrutura   das   unidades   exige   uma   forma  descentralizada  de  atuação.       Para   Kleiman   (2004),   as   cidades   coordenadoras   das   Unidades   Temáticas   da   Rede   Mercocidades   assumem   a   autoridade   política   da   Rede   nas   discussões   em   determinados   campos.   Apesar   da   crescente   incorporação   de   cidades   à   Rede,   existe   certa   concentração   da   coordenação   das   Unidades  Temáticas  em  um  grupo  mais   restrito  de  cidades.    

Um levantamento   efetuado   por   Dessotti   (2011)   permite   observar   que   algumas   Unidades   Temáticas   avançaram   mais   no   objetivo   de   consolidar   um   banco   de   dados   sobre   as   temáticas   de   interesse   e   de   promover   seminários,   palestras   e   debates   para   intercâmbio   de   conhecimentos   e   experiências,   são   elas:   Ambiente   e   Desenvolvimento  Sustentável;  Ciência  e   Tecnologia;   e   Desenvolvimento   Econômico   Local.   Entretanto,   os   documentos   disponíveis   não   relatam   projetos  comuns  de  política  pública  que   tenham   sido   desenvolvidos   no   âmbito   das   Unidades   Temáticas   e   que   tenham   sido   implementados   nas   cidades   associadas.   Os   documentos   apresentam   as   diversas   experiências   de   políticas   públicas   praticadas   por   estas   cidades,   o   que   é   relatado   em   quase   todas   as   reuniões   das   Unidades   Temáticas   e   demonstra   que   elas   têm   avançado,   principalmente,   no   intercâmbio   das   experiências   de   boas   práticas   de   políticas   públicas   nas   temáticas  de  interesse.       Como   o   objetivo   deste   artigo   é   identificar   na   agenda   da   Rede   Mercocidades   a   preocupação   com   as   questões   ambientais,   optou-­‐se   por   verificar   o   desenvolvimento   das   atividades   da   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável,   o   que   será   feito   na   próxima  seção,  acrescentando-­‐se  a  esta   investigação,   um   levantamento   preliminar   das   iniciativas   do   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social,   que   parece   ser  uma  iniciativa  que  tem  o  propósito   de   sanar   a   dificuldade   do   desenvolvimento   de   projetos   no   âmbito  da  Rede.      

69


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                          Fabiana  Dessoti,  Noemi  Galvâo  y  Thiago  Mattioli  

A UNIDADE  TEMÁTICA  AMBIENTE   E  DESENVOLVIMENTO   SUSTENTÁVEL  (UTADS)  E  O   PROJETO  INOVAÇÃO  E  COESÃO   SOCIAL  

necessitam também   da   cooperação   entre  as  cidades,  visto  que,  os  impactos   das   agressões   ao   meio   ambiente   repercutem   de   forma   interdependente   em  escala  planetária.       A   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável   é   um   caso   de   cooperação   descentralizada   voltada   às   questões   ambientais   que,   como   aponta   Galvão   (2011),   anteriormente,   estavam   presentes   apenas   na   agenda   internacional   e   que   diante  das  mudanças  e  transformações   na   arena   internacional   passou   a   ser   pauta  constante  nas  discussões  locais.       Criada  em  1996,  a  Unidade  desenvolve   atividades   que   estimulam   a   promoção   de   ações,   programas   e   projetos   de   desenvolvimento   local   sustentável   nas   cidades.   As   principais   temáticas   de   interesse   desta   unidade   são:   preservação   do   solo;   biodiversidade;   preservação   e   recuperação   dos   meios   aquáticos;   preservação   e   recuperação   dos   meios   atmosféricos;   educação   ambiental;   gestão   de   resíduos   sólidos   (MERCOCIDADES,  2012).       A   coordenação   desta   Unidade   foi   desenvolvida   pela   cidade   de   Concepción   (1996-­‐1999),   Porto   Alegre   (2000),   São   Paulo   (2001-­‐2003),   Montevidéu   (2004-­‐2006),   Rio   Cuarto   (2006-­‐2007),   Canelones   (2008-­‐2011).   No   que   diz   respeito   às   atividades,   conforme   destacado   na   apresentação   da   Rede   Mercocidades,   a   coordenação   das   Unidades   Temáticas   tem   como   objetivo   central:   criar   um   banco   de   dados,  organizar  publicações,  realizar  e   participar   em   eventos,   promover   acordos   e   parcerias   e   desenvolver  

  A   partir   dos   anos   1980,   as   considerações   ambientais   passam   a   desempenhar   um   papel   importante   nas   políticas   de   cooperação   para   o   desenvolvimento.   O   Relatório   Brundtland36,   publicado   em   1987,   representa  o  marco  na  discussão  sobre   a   interdependência   entre   os   Estados,   recomendando   que   os   temas   ambientais   sejam   tratados   globalmente.   Existe,   cada   vez   mais,   uma   percepção   de   que   os   problemas   de   degradação   do   meio   ambiente   não   podem   ser   controlados   sem   uma   articulação  coordenada  dos  Estados.         A   política   externa   assume   cada   vez   mais   um   caráter   multilateral.   O   problema  é  que,  como  estes  encontros   assumem,   na   maioria   das   vezes,   um   formato   de   discussões   que   não   se   encaminham   para   ações   práticas   de   solução  dos  problemas,  principalmente   porque   os   Estados   agem   em   defesa   de   seus   interesses,   desconfia-­‐se   da   capacidade   destes   aparatos   lidarem   com   as   questões   que   preocupam   as   sociedades  (Castells,  2006).         Além   disso,   mais   do   que   a   cooperação   entre   estados,   as   questões   ambientais                                                                                                                   36

Documento   denominado   Nosso   Futuro   Comum,   publicado   pela   Comissão   das   Nações   Unidas   para   o   Meio   Ambiente   e   o   Desenvolvimento   (CNUMAD),   chefiada   pela   então  primeira-­‐ministra  da  Noruega,  a  Sra.  Gro   Harlem  Brundtland.  

70


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          A  cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente…  

21 Local,   fruto   da   Rio-­‐9237;   as   discussões   sobre   mudanças   climáticas;   a   gestão   da   água;   além   de   novas   diretrizes   e   propostas   para   discutir   com   os   governos   nacionais   atividades   à   frente   do   “Rio+20”,   a   próxima   Conferência   sobre   Desenvolvimento   Sustentável,   que   será   realizada   no   Rio   de  Janeiro  (Galvão,  2011).       Apesar   disso,   o   exame   das   atividades   da   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável   permite   inferir   que   as   questões   ou   problemas   locais   também   pautam   a   discussão.   A   Unidade   considera   os   principais   problemas,   as   especificidades   e   as   limitações   de   cada   cidade   membro,   o   que  muitas  vezes  não  está  na  pauta  da   agenda   internacional,   como   por   exemplo:   serviços   de   limpeza   pública,   construção   de   esgotos   e   drenagem   de   águas   pluviais,   emergência   de   uma   gestão   costeira   para   as   cidades   costeiras,   entre   outros   (MERCOCIDADES,  2012).       A  Unidade  apresenta  um  rol  de  acordos   e   parcerias   com   outras   redes   de   cidades   como:   Rede   de   Autoridades   Locais   de   Meio   Ambiente   da   América   Latina   e   Caribe,   UCCI   –   União   das   Cidades   Capitais   Iberoamericanas,   FEMICA   –   Federação   de   Municípios   do   Istmo   Centro   Americano,   Rede   Andina   de   Cidades,   FLACMA   –   Federação   Latinoamericana   de   Cidades,   Municípios   e   Associações   de   Municípios;  além  de  outras  instituições  

projetos comuns,  sobre  as  temáticas  de   interesse.       Um   levantamento   efetuado   sobre   o   período   de   1996-­‐2009,   por   Dessotti   (2011),   demonstrou   que   as   coordenações   da   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável   atuaram   de   forma   representativa  na  criação  de  um  banco   de  dados  sobre  a  temática  de  interesse,   destacando-­‐se:   a   promoção   de   Foros   Temáticos   Virtuais   sobre   Resíduos   Sólidos,   Ar,   Água,   Formação   e   Informação   Ambiental,   Vulnerabilidade   e   Risco,   Ambiente   e   Saúde,   Promoção   de   Desenvolvimento   Sustentável;   o   desenvolvimento  de  um  Diagnóstico  de   Aspectos   Prioritários   em   Política   de   Gestão   Ambiental   Urbana   na   Rede   Mercocidades;   uma   Oficina   de   Capacitação   para   a   Construção   de   Indicadores   de   Desenvolvimento   Sustentável;   e   a   publicação   de   três   edições   da   Revista   Unidades,   que   representa   um   mecanismo   de   difusão   das   ações   de   cada   município   em   diversos  aspectos  ambientais.       Além   disso,   a   coordenação   da   UTADS   realizou   e/ou   participou   de   vários   seminários,   oficinas,   debates   e   encontros,   pautados   pelos   temas   resíduos   sólidos,   sustentabilidade   ambiental,  gestão  da  água,  mecanismos   de   desenvolvimento   limpo,   gestão   ambiental,   Agenda   21   Local,   entre   outros.         Há   um   esforço   por   parte   da   coordenação   em   trazer   a   pauta   das   discussões   internacionais   para   reflexão   na   Unidade   Temática,   como   por   exemplo:   a   implementação   da   Agenda  

                                                                                                              37

Conferência   da   Organização   das   Nações   Unidas,   realizada   na   cidade   do   Rio   de   Janeiro,   em   1992,   que   enfatizou   a   necessidade   da   cooperação   para   o   desenvolvimento   considerar   as   implicações   ambientais   e   as   terem   como   obrigação  global.  

71


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                          Fabiana  Dessoti,  Noemi  Galvâo  y  Thiago  Mattioli  

como: Coordenação   da   Agenda   21   do   Ministério  de  Meio  Ambiente  do  Brasil,   Sub   Grupo   de   Trabalho   6   do   MERCOSUL,  IDRC  -­‐  Centro  Internacional   de   Investigações   para   o   Desenvolvimento   e   OMAU   -­‐   Observatório   de   Meio   Ambiente   Urbano  de  Málaga.         Estes   acordos   e   parcerias   apresentam   as  seguintes  características  principais:  i)   promover  a  implementação  de  projetos   conjuntos;   ii)   elaborar   estudos   conjuntos   de   temas   de   interesse   comum;   iii)   viabilizar   o   intercâmbio   de   informações   e   conhecimentos;   iv)   fortalecer   as   capacidades   locais;   v)   buscar   financiamento   para   projetos   conjuntos;   vi)   gerar   uma   visão   compartilhada   entre   a   administração   pública  e  a  sociedade  civil;  vi)  colaborar   para   a   difusão   das   atividades   e   objetivos   das   entidades   envolvidas;   e   vii)   contribuir   para   o   desenvolvimento   sustentável  nas  políticas  urbanas.       As   informações   apresentadas   pela   última   coordenação,   a   cargo   da   cidade   Canelones   (Uruguai),   destacam   que   ações   desenvolvidas   no   âmbito   da   Unidade   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável,   nos   últimos   anos,   “permitiram   conhecer   mais   e   melhor   a   realidade   ambiental   das   cidades   da   região,   assim   como   as   experiências,   debilidades   e   fortalezas   da   gestão   governamental   e   em   especial   os   graus   de  articulação  entre  atores  necessários   e   relevantes   como   a   academia,   os   meios  de  comunicação,  as  empresas,  as   organizações   sociais,   os   diferentes   níveis   e   âmbitos   de   governo   e,   em   especial,   os   vizinhos   e   as   vizinhas   de   cada   país”   (Informe   UTADS   2009-­‐2010,   p.  01).  

O que   se   pode   observar   é   que   a   Unidade   avançou   no   intercâmbio   das   experiências   de   boas   práticas   de   políticas   públicas   na   área   de   meio   ambiente   e   desenvolvimento   sustentável.   Apesar   disso,   existe   uma   participação   pequena   das   cidades   nas   reuniões   e   uma   das   explicações   principais   é   a   dificuldade   de   financiamento   do   transporte   e   das   estadias   dos   representantes.   Kleiman38   considera   que   existe   uma   dificuldade   na   percepção   dos   benefícios   da   participação   na   Unidade   porque   eles   não   são   imediatos.   É   um   processo   de   construção   de   conhecimento   sobre   as   diversas   temáticas.   Esta   dificuldade   de   percepção   leva   os   prefeitos   a   investirem   pouco   na   participação   e,   conseqüentemente,   não   se   aproveitarem   do   que   está   disponibilizado.   Existe   um   alto   nível   de   governança   sobre   os   temas   de   interesse   que   não   é   devidamente   aproveitado  pelas  cidades  associadas.         A   dificuldade   de   implementação   de   projetos   conjuntos,   no   âmbito   da   Unidade   e   também   da   Rede   Mercocidades  como  um  todo,  levou  os   Conselheiros   a   criarem   uma   personalidade   jurídica,   a   Associação   Internacional   Civil   de   Rede   de   Cidades   Mercocidades  e  a     formarem  um     Grupo  de  Trabalho     de  Cooperação     Descentralizada,  composto     pela  Secretaria  Técnica                                                                                                                     38

Entrevista  com  Alberto  Kleiman,  Chefe  da   Assessoria  Internacional  da  Subchefia  de   Assuntos  Federativos  da  Secretaria  de  Relações   Institucionais  da  Presidência  da  República  do   Brasil,  Belo  Horizonte,  realizada  em  dezembro   de  2010.  

72


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          A  cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente…  

Permanente e   pela   Comissão   Diretiva   da   Rede,   no   âmbito   da   Unidade   Temática  de  Cooperação  Internacional.     As   ações   desenvolvidas,   mais   recentemente,   no   sentido   de   desenvolver   projetos   conjuntos,   seguiram   duas   linhas:   uma   delas   foi   buscar   espaços   para   capacitação   dos   quadros  técnicos  e  políticos  das  cidades   associadas  e  outra  foi  formular  projetos   conjuntos   com   perfil   regional   para   serem   apresentados   na   Comissão   Européia  e  em  outras  agências  (Informe   da  STPM  2008-­‐2009).       Optou-­‐se   neste   artigo   por   observar   o   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social,   iniciado   em   2008,   por   se   tratar   de   um   projeto   que   gera   capacidades   em   governos  locais  para  trabalhar  de  forma   conjunta  na  região.         O   projeto   “Inovação   e   Coesão   Social:   capacitação  metodológica  e  visibilidade   de   boas   práticas”   foi   criado   por   inspiração   dos   objetivos   principais   da   Rede  Mercocidades  e,  em  particular,  de   seu   Plano   de   Trabalho   2008-­‐2009.   O   Projeto   é   executado   pela   Secretaria   Técnica  Permanente,  co-­‐financiada  pela   Comissão  Européia39  e  por  Montevidéu.   É   classificado   como   um   projeto   de   capacitação   técnica,   formando   autoridades   locais   e   membros   da   sociedade   civil   em   técnicas   de   elaboração   de   projetos   regionais,   oferecendo   as   ferramentas   para   seu   desenho,   implementação   e   avaliação   e   o   acesso   a   instrumentos   de   financiamento  e  cooperação.        

O Projeto   possui   os   seguintes   eixos   principais:   a)   integração   produtiva   regional;   b)   cidadania   regional;   c)   inclusão   social;   d)   participação   e   equidade   de   gênero;   e)   cooperação   público-­‐privada   e   f)   objetivos   do   desenvolvimento   do   milênio.   Porém,   como   é   possível   notar   no   banco   de   dados   do   projeto,   as   propostas   são   classificadas   dentro   dos   primeiros   três   eixos,   possuindo   características   que   envolvem   as   demais   temáticas   (INMERCOCIUDADES,  2012).       O   Projeto   considera   como   participantes   todas   as   localidades   dos   países   membros   e   associados   do   MERCOSUL,   tendo   as   Unidades   Temáticas   da   Rede   Mercocidades   como   eixos   de   divulgação   e   sistematização   das   principais   temáticas   trabalhadas,   porém,   também   atuam   neste   projeto   membros   da   sociedade   civil,   como   organizações   não   governamentais,   permitindo   que   seus   membros   sejam   capacitados   para   a   elaboração   de   projetos40.         O  projeto  foi  estruturado  para  oferecer   convocatórias   a   cada   seis   meses,   dentro   do   período   de   2009-­‐2012,   e   as   capacitações   possuem   dois   módulos,   o   presencial,   que   ocorre   de   forma   rotativa  dentro  das  cidades  da  Rede  e  a   virtual,   desenvolvida   através   da   internet   e   que   permite   a   continuidade   do   intercâmbio   e   o   acompanhamento   do   desenvolvimento   dos   projetos.   As   temáticas   centrais   destas   capacitações                                                                                                                   40

MERCOCIDADES,   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social  (2010),  “Revista  Informa  Nº1”  [en  línea],   <   http://www.inmercociudades.org/web2010/do cs/publicaciones/revista_informa_I.pdf>   [consulta:  05  abril  de  2012]  

                                                                                                              39

Programa   Autoridades   não-­‐estatais   e   atores   locais  para  o  desenvolvimento.    

73


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                          Fabiana  Dessoti,  Noemi  Galvâo  y  Thiago  Mattioli  

foram: Integração   Produtiva   Regional,   Cidadania   Regional   e   Inclusão   Social.   No   período   de   maio   de   2009   a   setembro   de   2011,   foram   realizadas   seis   capacitações   com   cento   e   oito   participantes   e   cinqüenta   e   oito   projetos   formulados.   Os   projetos   selecionados   para   as   capacitações   apresentaram   as   seguintes   linhas   subtemáticas:   Educação,   Juventude,   Participação   Cidadã,   Inclusão   Social,   Igualdade   de   Gênero,   Cultura,   Economia  Solidária  e  Meio  Ambiente.  O   objetivo   é,   além   da   capacitação,   desenvolver   uma   rede   de   trocas   de   conhecimento   e   uma   incubadora   de   projetos.   Os   projetos   que   estão   na   incubadora   são   aqueles   selecionados   para   serem   assistidos   na   busca   de   financiamento,   assim   como   aqueles   financiados   total   ou   parcialmente   pelo   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social   (INMERCOCIUDADES,  2012).       Neste   período,   nove   projetos   foram   selecionados   para   passarem   pela   incubadora:   i)   “Desenvolvimento   turístico   da   cidade   de   Neuquén   e   municípios   da   região   do   Alto   Vale   do   Rio   Negro   e   Neuquén”,   Neuquén/Argentina;   ii)   “Guarulhos   semeando   o   futuro”,   Guarulhos/Brasil;   iii)   “Até   a   construção   de   políticas   públicas   consensuada   por   mulheres   jovens   do   país”,   El   Alto/Bolívia41;   iv)   “Comunic@   Escola”,   Belo   Horizonte/Brasil;   v)   “Construção   de   cidadania  e  capital  social  em  habitantes   de   aldeias   de   pescadores   Caleta   Tumbes,   Comuna   de   Talcahuano,  

Región Del   Biobío”,   Concepción/Chile;   vi)   “Cidades   integrando-­‐se   até   a   equidade   de   gênero”,   42 Asunción/Paraguai ;   vii)   “Construindo   a   mudança   juntos,   por   uma   sociedade   integrada”,   Colonia/Uruguai;   viii)   “Fortalecimento   de   Jovens   empresários,   empreendedores   e   micro   e   pequenas   empresas,   para   melhorar   sua   capacidade   de   comercialização,   a   partir   de   modelos   de   Gestão   Associada”,   Tucumán/Argentina;   ix)   “Se   quer,   não   te   faça   mal.   Campanha   Regional   de   Luta   Contra   a   Violência   de   Gênero”,   Pergamino/Argentina.   Cabe   ressaltar   que   alguns   destes   projetos   serão  implementados  em  mais  de  uma   localidade  (INMERCOCIUDADES,  2012).       A  partir  da  observação  destes  projetos,   é   possível   apontar   conexões   com   o   tema   Meio   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável.   De   acordo   com   as   propostas   disponibilizadas   no   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social,   verifica-­‐se   que   alguns   projetos   possuem   ligações   com   a   questão   ambiental,   destacando-­‐se   entre   eles   o   caso   do   projeto   incubado   “Semeando   o   Futuro”,   proposto   pela   cidade   de   Guarulhos.   Este   projeto   se   propõe  a  fomentar  a  agricultura  urbana   como   política   pública   de   combate   a   pobreza   e   de   geração   de   renda,   promovendo  a  igualdade  de  gênero  e  a   sustentabilidade   ambiental.   Na   seqüência   do   projeto,   a   cidade   de   Guarulhos   fechou   um   convênio   de   cooperação  em  Agricultura  Urbana  com   a   cidade   de   Rosário,   o   que   demonstra   os  interesses  comuns  entre  as  cidades  e  

                                                                                                             

                                                                                                             

41

MERCOCIDADES,   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social  (2010),  “Revista  Informa  Nº2”  [en  línea],   <   http://www.inmercociudades.org/web2010/do cs/publicaciones/REVISTAIN_02WWW.pdf>   [consulta:  05  abril  de  2012]  

42

_____,   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social   (2011),   “Revista   Informa   Nº3”   [en   línea],   <http://www.inmercociudades.org/web2010/d ocs/publicaciones/revista_informa_III_final.pdf >  [consulta:  05  abril  de  2012]  

74


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          A  cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente…  

a possibilidade  de  serem  desenvolvidos   projetos   conjuntos   no   âmbito   do   Projeto  (INMERCOCIUDADES,  2012).   Outro   projeto   que   apresenta   relação   com   a   questão   ambiental,   neste   caso   por   estar   relacionado   às   catástrofes   naturais,   é   o   projeto   “Construção   de   cidadania  e  capital  social  em  habitantes   de   aldeias   de   pescadores   Caleta   Tumbes,   Comuna   de   Talcahuano,   Región   Del   Biobío”43.   Este   projeto   pretende   desenvolver   capital   social   para   a   reconstrução   da   região,   através   do   estabelecimento   de   laços   e   habilidades   sociais,   da   troca   de   experiências   em   questões   emergenciais,   que   ofereçam   novas   perspectivas  de  futuro.       O   Projeto   também   conta   com   a   publicação   de   três   revistas,   cada   uma   abordando   umas   das   temáticas   principais   do   projeto.   Estas   revistas   apresentam   artigos   e   entrevistas   com   pesquisadores,   gestores   e   políticos   locais,  desenvolvendo  discussões  sobre   a   importância   do   desenvolvimento   local.  Além  da  revista,  foram  publicados   três   Diagnósticos   Situacionais   sobre:   Integração   Produtiva   Regional,   Cidadania   Regional   e   Inclusão   Social   e   os  Governos  Locais  do  MERCOSUL.      

caso da   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável,   permite   traçar   algumas   considerações   sobre   a   cooperação   descentralizada   desenvolvida   pelas   cidades   da   região.   Estes   apontamentos   podem   ser   divididos   em   seu   caráter   mais   geral,   ligado   a   própria   dinâmica   da   Rede   Mercocidades   e   da   cooperação   descentralizada,   e   em   seu   caráter   específico,   ligado   propriamente   à   atuação   da   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável.       O   estudo   da   Rede   Mercocidades   permite   considerar   que   as   redes   internacionais   de   cidades   representam   um   importante   instrumento   de   inserção   internacional,   que   pode   beneficiar   tanto   as   grandes   quanto   as   pequenas  cidades.         No   que   diz   respeito   aos   aspectos   positivos,   considera-­‐se   que   a   participação   na   Rede   Mercocidades:   i)   reafirma   e   renova   as   relações   entre   cidades,   ampliando   os   contatos   entre   atores   locais;   iii)   viabiliza   a   troca   de   experiências;   v)   é   flexível,   segue   os   objetivos  e  interesses  dos  participantes   e   do   conjunto;   vi)   fortalece   o   processo   de   integração   regional;   vii)   viabiliza   a   cooperação   com   demais   atores   internacionais;   viii)   fortalece   o   posicionamento   conjunto   dos   atores   subnacionais;   ix)   permite   acesso   a   recursos   internacionais;   x)   permite   o   acesso   a   um   grande   fluxo   de   informações;   xi)   reforça   lideranças,   tanto   locais   quanto   regionais;   xii)   estimula   o   desenvolvimento   econômico.   Por   outro   lado,   também   é   possível   verificar   alguns   pontos   negativos:   i)   estratégias   mudam   de  

CONSIDERAÇÕES FINAIS  

  A   observação   das   atividades   desenvolvidas   no   âmbito   da   Rede   Mercocidades   e,   especificamente   o                                                                                                                   43

Este  projeto  foi  desenvolvido  como  resposta   ao   terremoto   e   maremoto   que   atingiram   a   região   de   Bíobío,   que   causou   graves   danos   às   habitações   e   a   população   local,   provocando   a   morte   de   500   pessoas   e   200.000   afetados.   (INMERCOCIUDADES,  2012)  

75


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                          Fabiana  Dessoti,  Noemi  Galvâo  y  Thiago  Mattioli  

acordo com   o   governo;   ii)   estrutura   horizontal   favorece   a   atuação   de   entidades   locais   fortes;   iii)   os   projetos   em   conjunto   são   prejudicados   pelos   diferentes  estágios  de  desenvolvimento   dos   atores;   iv)   os   principais   beneficiários   são,   geralmente,   os   membros   mais   potentes   e   ativos,   gerando  distorções  nas  relações.       Já   no   caso   da   atuação   na   Unidade   Temática  Ambiente  e  Desenvolvimento   Sustentável,   o   que   se   pode   observar   é   que   a   Unidade   representa   um   espaço   para  o  desenvolvimento  da  cooperação   descentralizada   na   área   do   Meio   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável.   Destacando-­‐se   como   aspectos   positivos   a   promoção   de   conhecimento   sobre   as   temáticas   ambientais   que   preocupam,   particularmente,  as  cidades.  Da  mesma   forma,   diversos   convênios,   acordos   e   parcerias  foram  desenvolvidos  entre  as   cidades,   destacando-­‐se   os   acordos   que   envolvem   outras   redes   internacionais   de  cidades  e  órgãos  governamentais.         Os   pontos   negativos   estão   relacionados   à   descontinuidade   nas   atividades,   dependendo,   essencialmente,   da   sensibilidade  dos  gestores  públicos  com   as   questões   ambientais.   Além   disso,   a   concentração   da   coordenação   em   um   grupo   pequeno   de   cidades   acaba   limitando   a   agenda   da   Unidade   aos   interesses   deste   grupo,   o   que   pode   desestimular   o   maior   envolvimento   de   outras  cidades  associadas.       O   estudo   da   Rede   Mercocidades   permite   considerar   que   ela   representa   um   ambiente   de   cooperação,   de   difusão   e   de   discussão   de   temas  

urbanos. O   que   propicia   às   cidades   associadas   consolidar   um   conjunto   de   conhecimentos   sobre   as   temáticas   de   seu   interesse.   Existem   cidades   que   são   referência  em  determinados  temas  e  a   disseminação  destes  conhecimentos  na   Rede   viabiliza   uma   melhoria   na   qualidade   das   políticas   públicas   locais.   Estes   parecem   ser   os   principais   resultados  da  cooperação  desenvolvida   na   Rede,   ou   seja,   a   troca   de   experiências.   A   grande   dificuldade   tem   sido   reverter   estas   ações   em   projetos   conjuntos,   o   que   viabilizaria   ganhos   de   escala   pela   relação   em   rede.   Este   parece   ser   o   grande   desafio   da   Rede   Mercocidades   na   atualidade.   O   que   parece   já   ser   uma   preocupação   dos   conselheiros  da  Rede,  quando  lançam  o   Projeto  Inovação  e  Coesão  Social.       O   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social   representa   uma   iniciativa   importante   para  superar  esta  limitação,  oferecendo   capacitação   técnica   para   que   os   representantes   das   localidades,   em   parceria   com   outras   organizações   da   sociedade   civil,   desenvolvam   projetos   para   solução   de   problemas   que   são   comuns   às   cidades   associadas.   Ainda   não   é   possível   avaliar   os   resultados   do   Projeto  e  não  era  objetivo  deste  artigo   fazê-­‐lo,   mas   as   observações   iniciais   permitem  considerá-­‐lo  uma  promissora   iniciativa   de   cooperação   descentralizada.       Não   se   pode   dizer   que   o   Projeto   Inovação   e   Coesão   representa   uma   iniciativa   de   cooperação   descentralizada   ligada   às   questões   ambientais,  mas  o  que  se  pode  fazer  é   destacar  que  as  Unidades  Temáticas  da   Rede   e,   particularmente,   a   de   Ambiente   e   Desenvolvimento  

76


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          A  cooperação  descentralizada  e  o  meio-­‐ambiente…  

Sustentável, têm  no  Projeto  um  espaço   para   articulação   de   projetos    

importantes para   o   desenvolvimento   sustentável.  

REFERÊNCIAS  

Capello, Roberta   (2000),   “The   city   network   paradigm:   measuring   urban   network   externalities”,   Urban   Studies,  v.  37,  n  .  11,  pp.  1925-­‐1945.   Cardarello,  Antonio  y  Rodríguez,  Jorge  (2007),  “Networks  of  cities  as  a  privileged  tool  for  decentralised   co-­‐operation   management”   [en   línea],   Montevideo,   Observatorio   de   Cooperación   Descentralizada   UE-­‐AL,   <http://www.observ-­‐ocd.org/temp/libreria-­‐134.pdf>   [consulta:   16   de   março  de  2012].   Castells,  Manuel  (2006),  O  poder  da  identidade  –  A  era  da  informação:  Economia,  sociedade  e  cultura,   São  Paulo,  Editora  Paz  e  Terra,  Vol.2.   del   Huerto   Romero,   Maria   (2004),   Una   Aproximación   Contextual   y   Conceptual   a   la   Cooperación   Descentralizada,  Observatório  de  Cooperação  Descentralizada,  Valparaíso  y  Barcelona.   Dessotti,   Fabiana   R.   (2011),   “Rede   Mercocidades   na   Cooperação   Descentralizada:   limites   e   potencialidades”,   tesis   de   doctorado   en   relaciones   internacionales,   Pontífica   Universidade   Católica  de  São  Paulo,  junho.   Galvão,  Noemi  (2011),  “Cooperação  Internacional  na  Rede  Mercocidades:  A  cooperação  descentralizada   na   Unidade   Temática   Ambiente   e   Desenvolvimento   Sustentável”,   monografia   de   bacharelado   em  relações  internacionais,  Centro  Universitário  Fundação  Santo  André.   Kleiman,   Alberto   (2004),   “As   cidades   e   a   cooperação   descentralizada   no   contexto   das   relações   União   Européia   –   América   Latina:   O   novo   papel   internacional   dos   governos   locais”,   Disertación   de   mestrado  en  integración  de  América  Latina,  Universidade  de  São  Paulo.   Meneghetti   neto,   Alfredo   (2012),   “Redes   de   Cidades:   Cooperação,   estratégias   de   desenvolvimento,   limitações  constitucionais  e  divergências  –  O  caso  da  Rede  Mercocidades”,  tesis  de  doctorado   en  história,  Pontifícia  Universidade  Católica  do  Rio  Grande  do  Sul.   MERCOCIDADES   (2012),   “Atas,   Declarações,   Informes,   Resoluções,   Estatutos   e   outros   documentos   oficiais”  [en  línea],  <www.mercociudades.org/>  [consulta:  18  de  março  de  2012].   _____,   Projeto   Inovação   e   Coesão   Social   (2012),   “Notícias,   Banco   de   Dados,   Informes   e   outros   documentos”  [en  línea],  <  http://www.inmercociudades.org/web2010/>  [consulta:  06  de  abril  de  2012].

77


78


El régimen  de  desechos  peligrosos  y  la  acción  de  los  gobiernos   locales:  Un  abordaje  teórico-­‐metodológico    

Eduardo Augusto  Café  y  Matilde  de  Souza  

Abstract  

THE

REGIME OF   HAZARDOUS   WASTES   AND   LOCAL   GOVERNMENTS’   ACTIONS:   A  

THEORETICAL AND  METHODOLOGICAL  APPRACH.    

© Adriana  Roque  2012.  

This   article   proposes   a   theoretical   and   methodological   approach   to   link   the   international   environment   with   the   national   environment,   from     the  perspective  of  international  relations  theory.  To   understand   how   the   system   is   internalized   in   the   municipalities,   we   use   Hirschman’s   theoretical   approach   (1973).   According   to   the   author,   participation   is   the   main   mechanism   used   by   actors   to  negotiate  their  interests  in  the  political  arena.  The   article   seeks   to   demonstrate   how   this   theoretical   framework   can   be   applied   on   the   study   of   the   internalization   of   the   arrangement   referred   by   local   governments   in   Brazil.   On   one   hand,   it   will   check   whether   the   guidelines   are   the   clauses   of   the   international  agreement  and,  on  the  other  hand,  the  extent  to  which  local  government   bureaucracies   have   implemented   these   guidelines,   ranging   from   environmental   education  to  international  joint  by  ICLEI  network  of  cities.     Key  words:  International  Relations,  local  governments,  methodology,  Hirschman.     Resumo  

O REGIME  DE  DESCARTES  PERIGOSOS  E  A  AÇÃO  DAS  CIDADES:  UMA  ABORDAGEM  TEÓRICA-­‐ METODOLÓGICA.     O   objetivo   é   apresentar   uma   proposta    teórica   e   metodológica   para   relacionar   o   ambiente   internacional   com   o   ambiente   doméstico,   desde   a   teoria   das   relações   internacionais.   Para   entender   como   o   regime   é   internalizado   nos   municípios,   se   utiliza   o  aporte  teórico  de  Hirschman  (1973).  Segundo  o  autor,    a  participação  é  o    principal   mecanismo   utilizado   pelos   atores   para   negociar   seus   interesses   na   arena   política.   O   artigo  pretende  demonstrar  como  os  aportes  teóricos  podem  ser  úteis  para  elaborar   um  estudo  sobre  a  internalização  do  regime  mencionado  pelos  los  governos  locais  no   Brasil.   De   um   lado,   se   verificará   se   as   diretrizes   seguem   as   cláusulas   do   acordo   internacional;   por   outro,   em   que   medida   as   burocracias   dos   governos   locais    implementam   essas   diretrizes,   que   vão   desde   a   educação   ambiental   até   as   articulações  internacionais  pela  rede  de  cidades    ICLEI.       Palavras-­‐chave:  Relações  internacionais,  governos  locais,  metodologia,  Hirschman.   79  


EL RÉGIMEN  DE  DESECHOS   PELIGROSOS  Y  LA  ACCIÓN  DE  LOS   GOBIERNOS  LOCALES:  UN  ABORDAJE   TEÓRICO-­METODOLÓGICO      

Resumen

Eduardo  Augusto  Café  y  Matilde  de  Souza  

El   objetivo   es   presentar   una   propuesta   teórica   y   metodológica   para   relacionar   el   ambiente   internacional   con   el   ambiente   doméstico,   desde   la   teoría   de   las   relaciones   internacionales.  Para  entender  como  el  régimen  es  internalizado  en  los  municipios,   se  utiliza  el  aporte  teórico  de  Hirschman  (1973).  Según  el  autor,  la  participación  es  el   principal  mecanismo  utilizado  por  los  actores  para  negociar  sus  intereses  en  la  arena   política.  El  artículo  pretende  demostrar  cómo  los  aportes  teóricos  pueden  ser  útiles   para   elaborar   un   estudio   acerca   de   la   internalización   del   régimen   mencionado   por   los  gobiernos  locales  en  Brasil.  De  un  lado,  se  verificará  si  las  directrices  siguen  las   cláusulas  del  acuerdo  internacional;  por  otro,  en  qué  medida  las  burocracias  de  los   gobiernos   locales   han   implementado   esas   directrices,   que   van   desde   la   educación   ambiental  hasta  las  articulaciones  internacionales  por  las  red  de  ciudades  ICLEI.             Palabras   clave:   Relaciones   internacionales,   gobiernos   locales,   metodología,   Hirschman.    

La

ambiente cuando   manipuladas   impropiamente44”  (Kuhre,1994:9).         Brasil  aprobó  el  texto  de  la  Convención   de  Basilea  en  1992,  actuó  en  el  ámbito   de  la  Convención  e  instituyó  en  2010  la   Ley   12.305,   que   establece   la   política   nacional   de   los   desechos   sólidos   en   la   cual,   en   el   artículo   49,   prohíbe   la                                                                                                                  

actividad del   transporte,   almacenaje   y   manejo   de   residuos   sólidos   es   un   tema   importante   de   estudios   en   el   área   de   relaciones   internacionales,  principalmente  por  sus   estrechas   relaciones   con   la   temática   ambiental  y  su  evidente  vinculación  con   las   condiciones   de   preservación   de   la   salud   humana.   Basura   y   desechos   peligrosos   son   “substancias   residuales   que   son   inherentemente   peligrosas   de   manipularse   o   depositarse   y   que   pueden  llevar  a  la  muerte,  enfermedad   o   amenazar   la   salud   o   el   medio  

44

Traducción  libre  de:“Waste  substances  that   by  nature  are  inherently  dangerous  to  handle   or  to  dispose  and  may  cause  death,  illness  or  be   a  hazard  to  health  or  the  environment  when   improperly  handled”  (Kuhre,  1994,  p.9).  

80  


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                El  régimen  de  desechos  peligrosos…  

“importación de   desechos   sólidos   peligrosos,   así   como   de   desechos   sólidos   cuyas   características   dañen   el   medio   ambiente,   la   salud   pública   y   animal  y  la  sanidad  vegetal,  aunque  sea   para   el   tratamiento,   reforma,   reuso,   reutilización  o  recuperación”.         En   las   décadas   de   1970   y   1980,   la   preocupación  de  diversos  países  con  el   almacenaje   y   manejo   de   los   desechos   peligrosos   dio   origen   a   la   extensa   legislación   destinada   a   asegurar   la   preservación   ambiental,   especialmente   en  las  economías  centrales.  Además,  la   elevación   de   la   estructura   de   costos   para   el   almacenaje   y   manejo   de   los   desechos   peligrosos   en   el   interior   de   esas   economías   no   sólo   ha   sido   poco   efectiva   en   lo   que   concierne   las   externalidades   negativas   de   las   empresas,   sino   que   también   ha   generado   un   fenómeno   conocido   por   race   to   the   bottom,   movimiento   de   exportación   de   externalidades   negativas.  En  el  comienzo  de  la  década   de   1990,   este   fenómeno   se   manifestó   en   la   búsqueda   de   socios   para   el   comercio   de   desechos   peligrosos:   naciones  cuyo  marco  regulatorio  en  esa   área  implicaba  costos  más  pequeños  de   los   que   se   observan   en   los   países   de   origen.  Estos  problemas  produjeron  un   dilema   de   acción   colectiva   cuya   solución   seria   la   regulación   doméstica,   exigiendo   de   los   Estados   un   compromiso   en   la   negociación   de   reglas   para   asegurar   la   preservación   ambiental.         La  Convención  de  Basilea  surge  en  este   contexto,   constituyéndose   un   área   temática   con   conflictos   significativos   entre  los  actores  interesados,  tanto  por   la   asimetría   de   recursos   económicos   e  

institucionales, como   por   las   acciones   de   los   países   desarrollados   volcadas   a   los   intentos   de   exportación   de   desechos   a   bajo   costo   hacia   los   países   más   pobres,   especialmente   los   países   africanos.         El  objetivo  del  artículo  es  presentar  una   metodología   de   estudio   acerca   de   la   incorporación   del   régimen   internacional   en   los   Estados   participantes.   El   reto   de   las   relaciones   internacionales   es   abordar   la   dinámica   entre  el  plano  internacional  y  nacional,   lo   que   permite   comprender   por   qué   esa   incorporación   puede   ser   más   lenta   o   más   rápida   y   la   forma   que   ese   proceso  cambia  la  dinámica  interna.  La   incorporación   no   es   solamente   pasiva,   sino   que   constituye   un   fenómeno   activo.  Los  grupos  opositores  y  los  que   la   apoyan   se   reúnen,   las   estructuras   burocráticas   se   adaptan   para   proveer   información   necesaria   y   apoyar   el   proceso   de   diseño   de   las   leyes   y,   además,   buscan   oportunidades   de   cooperación  en  el  exterior.         En   primer   lugar,   se   aborda   la   Convención  de  Basilea  y  sus  propósitos   como   régimen   internacional,   presentando   la   metodología   para   analizar   su   incorporación.   Posteriormente,   se   examina   la   evolución  del  proceso  de  rule-­‐making  y   el  papel  de  las  estructuras  burocráticas   públicas   brasileñas   en   el   proceso   de   creación   y   monitoreo   de   las   leyes   a   nivel   nacional.   Finalmente,   se   analiza   cómo   los   gobiernos   locales   (Minas   Gerais   y   la   capital,   Belo   Horizonte)   incorporaron   el   régimen   de   desechos   peligrosos,   buscando   crear   la   legislación   estatal   y   municipal,   estructuras   y   acciones   internacionales  

81


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                        Eduardo  A.  Café  y  Matilde  de  Souza  

para perfeccionar   la   aplicación   de   las   leyes.   El   texto   no   pretende   tratar   con   detalles   del   caso,   pero   sí   proporcionar   información   preliminar   para   la   elaboración   de   la   investigación   en   esta   área.      

autoayuda que   caracteriza   a   la   política   mundial,   tratado   como   analogía   del   mercado  de  intercambios:       Como  un  mercado  imperfecto,  la  política   mundial   se   caracteriza   por   deficiencias   institucionales   que   inhiben   las   ventajas   proporcionadas   por   la   cooperación   internacional.   (…)   Por   medio   de   la   deficiencia   del   “sistema   de   autoayuda”   (mismo   sobre   la   perspectiva   solipsista   de   los   actores   nacionales),   se   puede   deducir   la   necesidad   de   regimenes   internacionales  (Keohane,  1984,  85;89).    

LA  CONVENCIÓN  DE  BASILEA:  EL   RÉGIMEN  DE  CONTROL  

TRANSFRONTERIZO, ALMACENAJE   Y  MANEJO  DE  DESECHOS  

PELIGROSOS

Los   regimenes   internacionales   son   inductores   de   cooperación,   ya   que   disminuyen   los   costos   implicados   en   las   deficiencias   del   sistema   de   autoayuda.   Los   regimenes   estabilizan   las   expectativas   en   relación   al   comportamiento   de   los   otros   actores,   adaptando   las   prácticas   individuales   a   un   cuadro   común   de   alternativas   de   acción   consideradas   legítimas.   De   esta   manera,   los   regimenes   reducen   las   incertidumbres   provenientes   de   la   interacción  estratégica  por  medio  de  la   convergencia   de   expectativas   en   relación   al   comportamiento   de   los   actores   en   su   construcción,   aunque   no   exista   el   amparo   de   un   cuadro   legal   sustentado   por   una   autoridad   centralizada  (Keohane,  1984).         Así,  los  regimenes  tienden  a  reducir  los   costos   transnacionales   gracias   a   su   potencialidad   para   producir   tres   efectos   distintos   y   articulados:   i)   favorecen   que   los   intercambios   que   ocurren   en   observancia   a   las   reglas   y   principios   ofrecidos   por   el   régimen   se   hagan   legítimos;   ii)   agregan   problemas   distintos   sobre   un   único   y   mismo   conjunto   de   reglas   y   principios,   lo   que   facilita  el  proceso  de  negociación;  iii)  al  

  El   contexto   que   enmarca   las   negociaciones   de   la   Convención   de   Basilea   puede   ser   caracterizado   por   la   ausencia   de   una   autoridad   central   que   se   imponga   sobre   los   Estados   y,   también,   por   una   situación   de   interdependencia   compleja,   en   la   que   la  adopción  de  una  política  por  un  país   puede,  por  externalidad,  afectar  grupos   domésticos   en   otro   país   (Keohane   y   Ostrom,   1995).   Si   la   externalidad   es   negativa,   se   afirma   que   la   interdependencia   puede   llevar   al   conflicto   (Keohane,   1984).   Sin   embargo,   se   entiende   que   los   regimenes   e   instituciones   internacionales   proporcionan   a   los   gobiernos   la   posibilidad   de   negociar   y   cooperar  cuando  reducen  los  costos  de   transacción,   facultando   a   que   los   actores   ajusten   sus   respectivas   elecciones  políticas.         Afirmar   la   posibilidad   de   cooperación   en   un   ambiente   anárquico   implica   la   superación   de   los   dilemas   de   la   acción   colectiva.  Por  medio  de  la  dinámica  del   dilema   del   prisionero   interactivo,   Keohane   propone   que   el   sistema   de  

82


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                El  régimen  de  desechos  peligrosos…  

promover esa   agregación,   facilitan   la   obtención   de   ganancias   secundarias,   consideradas   legítimas   por   el   conjunto   de  actores.           El   Régimen   de   Control   Transfronterizo,   Almacenaje   y   Manejo   de   Residuos   Sólidos   como   institución   internacional   tiene   como   su   espina   dorsal   la   convención  de  Basilea,  firmada  en  1989   en   Suiza.45   El   objetivo   general   que   orienta  la  Convención  es  el  de  proteger,   por  medio  del  control  estricto,  la  salud   de   las   personas   y   del   medio   ambiente   contra  los  efectos  dañinos  que  pueden   resultar   de   la   producción   y   gestión   de   los   residuos   peligrosos   y   de   otros   residuos.   Las   prioridades   de   la   convención   son:   i)   reducción   de   la   producción   de   residuos   peligrosos;   ii)   promoción   de   la   gestión   ecológicamente   racional   de   los   residuos;   iii)   control   y   reducción   al   mínimo   de   los   movimientos   transfronterizos   de   desechos   peligrosos   por   medio   de   la   promoción   de   operaciones   de   tratamiento   y   eliminación   de   los   desechos;   iv)   prevención  de  movimientos  ilegales  de   desechos   peligrosos   (OCDE,   1998);   v)   auxiliar  a  los  países  en  desarrollo  en  la   gestión   de   los   desechos   peligrosos   generados  por  ellos;  vi)  intercambio  de   información   y   tecnologías   relacionadas   al   manejo   y   gestión   adecuada   de   los   desechos   peligrosos.   La   cuestión   principal   es   que   los   países   firmantes   establezcan   un   sistema   regulatorio   aplicable  a  los  casos.    

La Convención   estableció   un   secretariado   para   organizar   conferencias   periódicas   de   las   partes   (COP).   Esa   estructura   tiene   como   objetivo   actuar   como   un   instrumento   de   centralización   de   la   información   sobre   gestión   de   los   desechos,   asistencia   técnica   e   identificación   del   comercio   ilegal   de   desechos.   El   texto   final   de   la   Convención   fue   firmado   por   35  países  en  marzo  de  1989  y  ratificado   por   20,   cantidad   necesaria   de   adhesiones   para   que   la   Convención   pudiera   entrar   en   vigor   en   mayo   de   1992.   El   artículo   10,   importante   para   este   artículo,   trata   de   la   cooperación   internacional,   y   define   como   su   objetivo   la   gestión   ambientalmente   segura   y   racional   de   los   desechos   peligrosos  y  de  otros  residuos,  a  través   de   la   circulación   de   información,   el   monitoreo   de   los   efectos   de   los   residuos   en   la   salud   humana,   el   desarrollo   e   implementación   de   tecnologías  limpias  y  la  transferencia  de   tecnología.         El   régimen   solamente   obtendría   efectividad   si   sus   directrices   generales   fueran   incorporadas   a   las   regulaciones   domésticas   acerca   del   saneamiento   ambiental   en   el   transporte   y   almacenaje  de  desechos  peligrosos.  Ese   proceso   de   implementación   pasa   por   el   proceso   decisorio   interno   de   las   políticas   públicas,   lo   cual   involucra   muchos   actores   nacionales.   Por   lo   tanto,   las   decisiones   en   cuanto   al   desarrollo   o   revisión   de   las   reglas   domésticas  en  el  sentido  de  internalizar   acuerdos  internacionales  es  un  proceso   de  negociación  en  el  que  participan  los   poderes   Ejecutivo,   Legislativo   nacional   y   subnacional,   agencias   y   actores   locales   (Zartman,   2003).   Seguramente,   las  fuerzas  políticas  domésticas  poseen  

                                                                                                              45

Se  decidió  establecerla  en  la  conferencia  de   Basilea,  ante  el  clamor  público  cuando  se   descubrió  la  existencia  de  depósitos  de   residuos  peligrosos  en  África  y  en  algunos   países  en  desarrollo,  en  la  década  de  1980.    

83


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                        Eduardo  A.  Café  y  Matilde  de  Souza  

gran influencia  en  el  proceso  decisorio,   en  el  cual  los  liderazgos  pueden  ayudar   a  crear  consenso  interno  o  bloquear  los   avances   en   la   implementación   del   régimen.   En   Estados   democráticos,   se   toma   en   cuenta   un   conjunto   de   intereses   de   diversos   grupos,   que   poseen   capacidades   para   influir   en   la   toma   de   decisiones   tanto   en   las   políticas  públicas  como  en  la  formación   de  las  preferencias  del  actor  estatal  en   las  negociaciones  internacionales.         Hirschman   (1970)   sugiere,   en   la   perspectiva   de   la   formulación   de   políticas   públicas   como   resultado   de   presiones  de  grupos  domésticos,  que  se   pueden   admitir   problemas   en   ese   proceso   (slacks),   sea   por   negligencia   o   por  el  hecho  de  adoptarse  determinado   diseño   de   política   pública   que   va   en   contra   a   las   demandas   de   grupos   con   capacidades   de   presión   más   significativas.   Tomando   en   cuenta   esos   problemas,   es   posible   que   los   actores   actúen   en   el   sentido   de   la   superación   por  el  mecanismo  de  salida  o  de  voz.  El   mecanismo  de  salida  se  supone  que  les   da  posibilidad  de  deserción  en  relación   al   proceso   de   negociación   en   curso.   Si   las   decisiones   políticas   son   colectivizadas   y   se   caracterizan   como   soberanas,   inevitables   o   sancionables   (Sartori,   1994),   el   actor   enfrentará   riesgos   externos   cuyos   costos   pueden   ser  significativos  en  caso  de  deserción.                        

De esa   manera,   Hirschman   (1970)   sugiere  que  la  opción    de  salida  tenderá   a   ser   evitada   en   procesos   de   interacción   política.   El   otro   mecanismo,   de   voz,   provee   al   actor   de   recursos   en   el   proceso   de   negociación   para   vocalizar   sus   intereses,   posibilitando   evitar   o   corregir   posibles   errores   o   distorsiones.   Aunque   ese   mecanismo   representa  costos  para  el  actor,  se  evita   la   exposición   a   los   riesgos   externos   de   decisiones   políticas   tomadas   por   terceros.         Las  estructuras  burocráticas  domésticas   son   actores   importantes   para   la   internalización   de   un   régimen   internacional.   Como   menciona   Peters   (apud   Siqueira,   2011),   la   burocracia   pública  es  un  efectivo  actor  político  que   se  relaciona  con  los  actores  nacionales,   incluso   en   la   creación   de   reglas   que   afectan   a   otros   actores.   Las   organizaciones   burocráticas   poseen   mayor   acceso   a   la   información,   conocimiento   especializado,   capacidad   técnica   y   recursos,   reduciendo   la   incertidumbre.   Por   lo   tanto,   las   organizaciones   son   un   medio   de   utilizar   el   mecanismo   de   voz   e   influir   en   el   proceso   de   decisión   con   posiciones   técnicas   y,   además,   estabilizar   las   relaciones   entre   las   entidades   nacionales   e   internacionales.   Sin   embargo,   en   algunos   casos,   las   organizaciones   también   entran   en   conflicto   con   algunas   decisiones   políticas   tomadas   en   el   ámbito   internacional.           Siqueira  (2010)  diseñó  una  metodología   que   pretende   identificar,   en   las   estructuras   burocráticas,   los   siguientes   puntos:   i)   producción   de   información;   ii)  acceso  a  la  información;  iii)  demanda  

84


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                El  régimen  de  desechos  peligrosos…  

gubernamental por   conocimiento   especializado;   iv)   cuestiones   de   presupuesto;   v)   organismos   de   apoyo;   vi)   participación   en   el   proceso   de   elaboración   de   las   leyes   y   planos;   vii)   instrumentos   de   planeamiento   propios   relacionados   a   la   cuestión;   viii)   ideología   de   oficina;   ix)   posición   en   relación   a   las   decisiones   gubernamentales;  x)  intereses   entre   las   estructuras  (cooperación,  competencia)   (Siqueira,   2010,   p.109).   Se   agrega   también   a   estos   puntos   el   contacto   de   la   estructura   burocrática   con   organizaciones   internacionales   o   subnacionales.      

resolución, el   Inventario   Nacional   de   Residuos   Sólidos   Industriales.   En   2010   fueron  establecidos  el  Plan  Nacional  de   Desechos  Sólidos  y  el  Sistema  Nacional   de   Desechos   Sólidos   (creado   por   Ley,   pero   todavía   no   implantado),   responsables  por  operacionalizar  la  Ley   12.305.   Los   planes,   resoluciones   y   las   leyes   incorporadas   configuran   el   proceso  de  rule-­‐making  del  régimen  en   ámbito  interno.         Las   estructuras   burocráticas   federales   en   el   área   del   medio   ambiente   fueron   esenciales   para   el   diseño   de   las   directrices   generales   y   leyes   de   desechos   sólidos,   que   influyen   en   las   decisiones   de   los   gobiernos   locales.   En   el   ámbito   del   Ministerio   de   Medio   Ambiente,   se   creó   la   Gerencia   de   Desechos   Sólidos,   subordinada   a   la   Secretaria   de   Cambio   Climático   y   Calidad   Ambiental,   que   tiene   como   objetivo   ejecutar   actividades   para   la   gerencia  de  desechos  peligrosos  y  áreas   contaminadas.   Teniendo   en   consideración   las   nuevas   directrices   creadas,   el   CONAMA   instituyó   el   Consejo  Técnico  de  Calidad  Ambiental  y   Gestión   de   Desechos,   que   tuvo   su   primera   reunión   en   2012.   Además,   el   Ministerio   de   Medio   Ambiente   (MMA)   creó   manuales   para   auxiliar   en   la   gestión   de   desechos   sólidos   en   los   gobiernos   locales,   distribuyendo   materiales   técnicos   a   las   burocracias   locales.   Como   se   observa,   el   Estado   federal   se   preparó,   por   medio   de   sus   organizaciones   burocráticas,   para   incorporar   el   régimen   en   el   ambiente   interno   y   dar   subsidios   a   los   gobiernos   locales   en   el   proceso   de   toma   de   decisiones   y   creación   de   políticas   públicas   orientadas   a   la   gestión   de   los   residuos  sólidos.  EL  CONAMA  y  el  MMA   contribuyen   a   reducir   la   incertidumbre  

INCORPORACIÓN   DEL   RÉGIMEN   EN   BRASIL:   ROL   DEL   CONAMA,   DEL   MINISTERIO  DE   MEDIO   AMBIENTE   Y    LAW-­‐MAKING       Como   primera   etapa,   Brasil   empezó   a   incorporar   la   Convención   aprobada   a   nivel   internacional,   pero   estuvo   en   discusión   en   el   Legislativo,     por   la   Resolución   008/199146   del   Consejo   Nacional   del   Medio   Ambiente   (CONAMA),   entidad   que   agrega   a   representantes   de   la   sociedad   civil   y   Estado   en   el   área   de   medio   ambiente.   Lo   que   se   puede   observar   es   que   la   convención   ya   fue   discutida   por   un   consejo   antes   del   decreto   875/1993,   que   incorpora   la   Convención   en   el   ámbito   de   las   leyes   internas.   Posteriormente,   el   CONAMA   trató   de   perfeccionar   el   marco   jurídico   de   control   de   los   residuos,   por   las   resoluciones   23/1996   y   235/1998.   En   2002,   el   CONAMA   establece,   por                                                                                                                   46

Dispone  acerca  de  la  entrada  de  materiales   residuales  en  el  país.    

85


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                        Eduardo  A.  Café  y  Matilde  de  Souza  

informacional perfeccionando   la   efectividad   del   régimen   en   el   ámbito   interno,   a   través   de   manuales,   resoluciones  y  estudios.      

IBAMA, que  examina  el  funcionamiento   del  órgano  estatal  de  medio  ambiente.       En   el   ámbito   de   rule-­‐making,   la   incorporación   se   inicia   efectivamente   en  2005,  con  el  Proyecto  Estructural  de   Residuos   Sólidos,   la   Deliberación   Normativa  no.  90  del  Copam,  que  trata   de   las   etapas   de   manejo   de   residuos   sólidos,   y   el   Inventario   de   Residuos   Sólidos   Industriales,   que   representa   una   herramienta   estratégica   en   el   proceso   de   gestión,   manejo   y   transporte  de  residuos  en  el  estado  de   Minas   Gerais.   Posteriormente,   se   crearon   tres   herramientas   adicionales   para   el   monitoreo   de   desechos:   el   Inventario   de   Desechos   Sólidos   Mineiros   (una   de   las   principales   actividades  económicas  del  Estado)  y  la   Gestión  de  las  Áreas  Contaminadas,  en   2008,  y  el  Plan  de  Gestión  Integrada  de   los   Desechos   Sólidos   Urbanos.   Las   empresas,   según   las   resoluciones   del   Copam,   deben   enviar   formularios   anuales   con   la   información   necesarias   por   medio   de   una   herramienta   de   sistemas   denominada   Banco   de   Declaraciones   Ambientales.   Una   vez   más,   las   estructuras   burocráticas   públicas   buscan   eliminar   el   déficit   informacional   e   incorporan   a   las   empresas   en   sus   objetivos,   por   medio   de  actividades  rutinarias  obligatorias.         La  estructura  burocrática  del  estado  de   Minas   Gerais   tiene   también   como   estrategia   la   cooperación   internacional   descentralizada,47   lo   que   es   previsto  

LOS  GOBIERNOS  LOCALES:  

ACTORES ESENCIALES  PARA  LA   INTERNALIZACIÓN  DEL  RÉGIMEN       Brasil  -­‐un  estado  federado-­‐  depende  no   sólo   de   la   voluntad   política   del   gobierno  federal  para  la  internalización   de   las   convenciones   internacionales,   sino   también   de   la   movilización   de   las   entidades   públicas   de   los   gobiernos   subnacionales,   que   deben   monitorear   localmente   las   cuestiones   ambientales.   En  Minas  Gerais,  las  organizaciones  que   han   llevado   a   cabo   las   acciones   en   el   área   de   desechos   sólidos   son   la   Secretaria   de   Medio   Ambiente   y   Desarrollo   Sostenible   (SEMAD)   y   la   Fundación   Estatal   de   Medio   Ambiente   (FEAM).   El   objetivo   de   FEAM   es   ejecutar   la   política   de   protección,   conservación   y   mejoría   de   la   calidad   ambiental.   En   síntesis,   es   responsable   por   la   Agenda   Marrón   del   estado   de   Minas   Gerais.   La   organización   es   parte   del   Sistema   Nacional   de   Medio   Ambiente.  Además,  en  1997,  se  creó  el   Consejo   Estatal   de   Política   Ambiental   (Copam),   con   función   análoga   al   CONAMA.   El   Copam,   la   SEMAD   y   la   FEAM   funcionan   como   los   espacios   institucionales   y   los   mecanismos   de   voz   del   estado   de   Minas   Gerais,   que   buscan,   por   un   lado,   traer   las   directrices   nacionales   a   la   realidad   local,   y,   por   otro,   mejorar   la   calidad   y   cantidad   de   información   y   crear   mecanismos   de   monitoreo.   El   monitoreo   se   hace   en   conjunto   con   el  

                                                                                                              47

Houcarde  (2009)  la  define  como  “acciones   llevadas  a  cabo  por  Estados  Nación  y   organización  de  éstos,  actores  subnacionales,  u   ONGs  de  un  país,  con  otro/s  de  estos  actores   perteneciente/s  a  otro/s  país/es  para  alcanzar   objetivos  comunes  en  el  plano  internacional   y/o  en  el  nacional  de  uno  o  más  actores”  (Socas  

86


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                El  régimen  de  desechos  peligrosos…  

por la   convención,   que   determina   que   las  partes  deben  cooperar  activamente   en   la   transferencia   de   tecnología,   gestión   de   sistemas   y   desarrollo   de   capacidades   técnicas   para   el   tratamiento   de   residuos.   Desde   2003,   el   Estado   de   Minas   Gerais   posee   una   estructura   propia   para   apoyar   a   sus   Secretarías   en   la   búsqueda   de   oportunidades   internacionales   en   sus   áreas  de  interés.  Se  creó  en  ese  año  la   Subsecretaría   de   Asuntos   Internacionales,  dentro  de  la  Secretaría   de   Desarrollo   Económico.   Así,   sus   funciones  son  las  de  planear,  coordinar,   ejecutar   y   evaluar   las   acciones   referentes   a   las   oportunidades   de   atracción   de   inversiones,   financiamiento   externo   y   comercio   exterior,   articulada   por   la   Red   de   Cooperación   Internacional   que,   desde   2005,   busca   agrupar   las   actividades   internacionales  de  la  Secretaría.           En   2011,   con   el   término   del   gobierno   de   Aécio   Neves,   el   área   internacional   del  Estado  ha  cambiado  a  la  Secretaría   General  del  Gobernador,  con  el  nombre   de   Asesoría   de   Relaciones   Internacionales   (ARI).   Las   funciones   relativas   a   la   atracción   de   inversiones   quedaron   bajo   la   responsabilidad   de   la   Subsecretaría   de   Inversiones   Estratégicas,   ubicada   en   la   Secretaría   de   Desarrollo   Económico.   Las   actividades   de   Comercio   Exterior   también   permanecieron   bajo   la   estructura   de   esta   misma   Secretaría.   Así,  entre  las  funciones  de  la  ARI  está  el   análisis   de   viabilidad   de   cooperación   entre   Minas   Gerais   y   regiones   extranjeras.   Su   responsabilidad   es   identificar   las   diversas   posibilidades   de   cooperación,  en  las  más  diversas  áreas,                                                                                                                  

entre Minas   Gerais   y   otros   gobiernos   locales.         Las   estructuras   burocráticas   de   medio   ambiente   establecieron   también   funcionarios   responsables   de   los   contactos   internacionales.   La   cooperación   complementaría   las   actividades   estatales   en   el   área   de   desechos   sólidos.   Desde   2010,   se   realiza  la  Semana  Mineira  de  Reducción   de   Desechos   (SMRR),   integrando   las   actividades   desarrolladas   en   el   ámbito   de   la   Semana   Europea   de   Reducción   de   Desechos,   promovida   por   los   Estados   miembros   de   la   Unión   Europea   y   apoyo   del   Programa   LIFE+48   de   la   Comisión   Europea.   La   Agencia   Ambiental   y   de   Gestión   de   Energía   Francesa   (ADEME),   en   visita   técnica   en   mayo   de   2010,   invitó   a   la   FEAM   para   integrarse   a   las   actividades   de   la   Semana   Europea   de   Reducción   de   Residuos   y   coordinar,   en   Minas   Gerais,   la   realización   de   la   Semana   Mineira.   En   el   comienzo   de   marzo   de   2012,   el   gobierno   de   Minas   Gerais,  por  intermedio  de  la  Agencia  de   Desarrollo   de   la   Región   Metropolitana   de   Belo   Horizonte,   firmó   con   la   Agencia   Japonesa  de  Cooperación  Internacional   (JICA)   un   proyecto   de   análisis   de   residuos   sólidos   en   48   municipios   integrantes  de  la  región  metropolitana,   identificando   el   poder   calorífico   con   potencial  uso  como  energía.  Se  trata  de                                                                                                                   48

El   programa   LIFE+   financia   proyectos   que   contribuyen   al   desarrollo   y   aplicación   de   la   política   y   el   Derecho   en   materia   medioambiental.   Este   programa   facilita   considerablemente   la   integración   de   aspectos   medioambientales   en   las   demás   políticas   y,   de   manera   más   general,   contribuye   al   desarrollo   sostenible.   El   programa   LIFE+   sustituye   a   una   serie   de   instrumentos   financieros   dedicados   al   medio   ambiente,   entre   ellos   el   programa   LIFE   (más   información   en:   http://europa.eu/legislation_summaries/agricu lture/environment/l28021_es.htm  

y Houcarde,  2008,  p.23  apud  Hourcade,  2011,   p.47).  

87


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                        Eduardo  A.  Café  y  Matilde  de  Souza  

cooperación con   la   visita   de   técnicos   japoneses.           La  ciudad  de  Belo  Horizonte,  capital  de   Minas   Gerais,   definió   el   destino   de   los   residuos   en   su   Ley   Orgánica   en   1990,   pero  fue  solamente  en  2005,  por  la  Ley   Municipal   no.   9068,   que   dispuso   acerca   del  destino  final  de  los  residuos  sólidos,   principalmente  las  baterías  y  lámparas.   En  su  estructura  burocrática,  la  alcaldía   posee   un   Comité   Municipal   de   Cambio   Climático   y   una   Gerencia   de   Planeamiento   y   Monitoreo   Ambiental,   dentro   de   la   Secretaria   de   Medio   Ambiente.   No   se   ha   detectado   acción   internacional   relevante   que   trate   específicamente   de   los   residuos,   pero   Belo   Horizonte   recibirá,   en   junio,   el   Congreso   Internacional   de   la   organización   Gobiernos   Locales   por   la   Sustentabilidad   (ICLEI),   y   ha   ejercido   un   rol   protagónico   en   la   organización,   participando   de   los   encuentros   preliminares  en  Corea  del  Sur.        

Aunque los   aspectos   de   rule-­‐making   fueron   incorporados   rápidamente,   las   directrices  e  información  técnica  fueron   elaboradas  a  partir  del  año  2000.       La  inercia  inicial,  con  poca  presencia  de   la   estructura   burocrática   en   la   producción  técnica  de  información  que   orientara   a   todos   los   actores   involucrados,   incidió   en   la   demora   de   acción   de   los   gobiernos   locales.   El   gobierno  estatal  de  Minas  Gerais  inició   los   trabajos   en   esta   materia   en   2005,   adaptando   los   estudios   a   la   vocación   del   estado,   que   es   la   actividad   minera   y   los   desechos   producidos   por   ella.   La   estrategia   que   ha   funcionado   en   los   últimos   años,   como   manera   de   complementación  de  las  actividades  de   las   estructuras   burocráticas   públicas,   es   la   cooperación   descentralizada,   llevada   a   cabo   entre   algunas   secretarias,   la   Asesoría   de   Relaciones   Internacionales   (ARI)  y  organizaciones  de  otras  regiones   y   países.   Hay   que   tener   en   cuenta   que   la   cooperación   internacional   es   uno   de   los  puntos  relevantes  del  régimen.       La   metodología   de   estudio   de   internalización   de   regímenes   por   las   estructuras   burocráticas   se   presenta   como   un   análisis   efectivo   de   la   influencia   de   la   dinámica   internacional   en   los   aspectos   nacionales,   y   la   retroalimentación   de   los   actores   nacionales   a   la   arena   internacional.   Dicha   retroalimentación   puede   ser   de   resistencia   o   aceptación   del   régimen.   En  el  caso  de  aceptación,  las  estrategias   son   la   incorporación   por   leyes,   planes   y   políticas   públicas   en   el   ámbito   interno,   que   da   legitimidad   al   régimen,   y   la   posibilidad   de   cooperación   internacional  de  los  gobiernos  nacional   y   local   en   las   especificaciones   del   régimen.   Es   importante,   por   lo   tanto,   el  

CONCLUSIONES

  Se  observa  el  esfuerzo  de  los  gobiernos   nacional   y   local   para   incorporar   el   régimen   internacional,   con   producción   de   leyes   de   control   y   monitoreo   de   residuos   sólidos   peligrosos.   Se   destaca   el   rol   protagónico   del   CONAMA,   organización   responsable   por   elaborar   resoluciones   acerca   de   la   cuestión,   estudios   técnicos   y   actividades   de   monitoreo.   Integrado   a   esa   iniciativa,   está   el   Ministerio   de   Medio   Ambiente,   que   elaboró   conjuntamente   las   directrices  nacionales.  También,  las  dos   organizaciones   producen   conocimiento   técnico   y   especializado   destinado   a   los   gobiernos   locales   y   las   empresas.    

88


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                El  régimen  de  desechos  peligrosos…  

diálogo constante   entre   las   relaciones   internacionales   y   la   sociología   y   la   ciencia   política,   que   dan   los   insumos      

teóricos y   metodológicos   para   relevar   la  “caja  negra”  de  la  política  interna.    

REFERENCIAS  

Alter, Harvey   (1997),   “Industrial   recycling   and   the   Basel   Convention”,   Resources,   Conservation   and   Recycling,  Nº  19,  Elsevier  Science,  1997.  pp.  29-­‐53.     Basel  Convention  on  the  Control  of  Transboundary  Movements  of  Hazardous  Wastes  and  Their  Disposal.   Secretariado   da   Convenção   da   Basiléia.   s/d.   Disponível   em:   http://www.basel.int/text/documents.html.     Basel   Convention   (1997),     Reporting   and   transmission   of   information   under   the   Basel   Convention   for   the   year   1997,   Basel   Convention   Series/SBC   No:   99/012.   Genebra,   novembro,   disponível   em:   http://www.basel.int/natreporting/1997/1997CompI.pdf   Breitmeir,   Helmut   (1997),   “International   Organization   and   the   creation   of   Environmental   Regimes”   in   Young,  Oran,  Global  Governance,  Cambridge,  MIT  Press.   Bunn,   Julie   A.,   Blaney,   David   J.   (1997),   To   Trade   or   Not   to   Trade:   the   Basel   Convention   and   the   transboundary  movement  and  disposal  of  hazardous  wastes,  Washington,  Institute  for  the  Study  of   Diplomacy,  School  of  Foreign  Service,  Georgetown  University.   Choksi,  Sejal  (2001),  “The  Basel  Convention  on  the  Protocol  of  Transboundary  Movements  of  Hazardous   Waste   and   Their   Disposal:   1999   Protocol   on   Liability   and   Compensation”,   Ecology   Law   Quarterly,   Vol.  28.   Clapp,   Jennifer   (2001),   Toxic   exports:   the   transfer   of   hazardous   wastes   from   rich   to   poor   countries,   Ithaca/London,  Cornell  University  Press.   Clark,   William   C.   et   al.   (2001),   Learning   to   manage   global   environmental   risks.   Vol.   1,   A   comparative   history  of  social  responses  to  climate  change,  ozone  depletion  and  acid  rain,  Cambridge,  MIT  Press.   Daves,   Steve   (2002),     Waste   management   multinationals   2002,   Public   Services   International   Research   Unit  at  The  University  of  Greenwich,  disponível  em:  http://www.psiru.org/reports/2002-­‐01-­‐Gc.doc.   (última  visita:  04/05/2005).       de   Souza,   Matilde   &   Estevez,   Paulo   Luiz.   L.   M.   (2004),   “O   Regime   Internacional   de   Controle   do   Transporte   Transfronteiriço,   Armazenamento   e   Manejo   de   Resíduos   Perigosos”,   II   Encontro   Anual   da   ANPPAS.   [S.l.],   abr.,   disponível   em:   http://www.anppas.org.br/encontro_anual/encontro2/GT/GT13/paulo_esteves.pdf   Elkington,  John  and  Shopley,  Jonathan  (1989),  Cleaning  Up:  U.  S.  waste  management,  technology,  and   third  world  development,  Washington,  World  Resources  Institute.   Elster,   Jon   (1989),   “The   market   and   the   forum:   three   varieties   of   political   theory”   in   Elster,   Jon   and   Hylland,  Aanund,  Foundations  of  social  choice  theory,  New  York,  Cambridge  University  Press.   Frey,   Bruno   S.   (1997),   “The   Public   Choice   of   International   Organizations”   in   Mueller,   Dennis   C.   (ed).   Perspectives   on   Public   Choice:   a   handbook,   1.ed,   Cambridge,   Cambridge   University   Press,   pp.106-­‐ 123.   Haas,  Charles  N.  and  Vamos,  Richard  J.  (1995),  Hazardous  and  Industrial  Waste  Treatment,  Englewood   Cliffs,  Prentice-­‐Hall.   Hirschman,   Albert   O.   (1973),     Saída,   voz   e   lealdade:   reações   ao   declínio   de   firmas,   organizações   e   estados,    São  Paulo,  Perspectiva.   Hourcade,   Odile   Inés   (2011),   “Concepto   y   alcance   de   la   cooperación   descentralizada”,   Trabajos   de   investigación  en  Paradiplomacia  (TIP),  año  1,  no.  1,  diciembre.   Keohane,  Robert  O.  (1996),  “Analyzing  the  Effectiveness  of  International  Environmental  Institutions”  in   Keohane,  Robert  O.  and  Levy,  Marc  A.  (ed.)  Institutions  for  Environmental  Aid:  Pitfalls  and  Promise,   Cambridge,  MIT  Press,  pp.3-­‐27.   _____  (1989),  International  Institutions  and  State  Power,  Boulder,  Westview  Press.   _____   (1984),   After   hegemony:   cooperation   and   discord   in   the   world   political   economy,   Princeton,   Princeton  University.   Keohane,  Robert  O.  and  Nye,  Joseph  S  (2001),  Power  and  interdependence,  3  ed.,  New  York,  Longman.  

89


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                        Eduardo  A.  Café  y  Matilde  de  Souza   Keohane,   Robert   O.   and   Ostrom,   Elinor   (1995),   Local   commons   and   global   interdependence:   heterogeneity  and  cooperation  in  two  domains,  London,  Sage.   Krasner,   Stephen.   D.   (1983),   “Structural   Causes   and   Regime   Consequences:   regimes   as   intervening   variables”   in   Krasner,   Stephen   D.   (ed.)   International   Regimes,   1.ed.,   Ithaca,   Cornell   University   Press,   pp.1-­‐21.   Kupeck,  David,  “The  Basel  Convention  on  the  control  of  transboundary  movements  of  hazardous  waste   and  their  disposal”  in  Environment  &  Development  File,  vol.  1,  no.  3,  New  York,  United  Nations  Non-­‐ Governmental  Liaison  Service,  pp.  1-­‐6.   List,  Martin  and  Rittberger,  Volker  (1992),  “Regime  theory  and  International  Environment  Management”   in   Hurrel,   Andrew   and   Kingsbury,   Benedict,     The   International   Politics   of   the   Environment,   Oxford,   Oxford  University  Press.   Martin,   Lisa   L.   (1992),   “Interests,   Power,   and   Multilateralism”,   International   Organization,   v.46,   n.4,   ,   pp.765-­‐792,  outono.   Murphi,  Sean  D.  (1999),  “The  Basel  Convention  on  Hazardous  Waste”,  Environment,    v.  35,  no.  2,  March.   O’Neill,  Kate  (2002),  “Globalization  and  hazardous  waste  management:  from  Brown  to  Greece”  in  Vogel,   David  and  Kagan,  A.,  National  regulations  in  a  global  economy,  Los  Angeles,  University  of  California   Press.   _____  (1999),  “Hazardous  Waste  Disposal”,  Foreign  Policy  in  Focus.  v.4,  n.1.   Otieno,  F.  A.  O.  (2000),  “Transnational  movement  of  hazardous  waste  in  developing  countries”  in  Okot-­‐ Uma,   R.   et   al.,   Pollution   control   and   waste   management   in   developing   countries,   London,   The   Commonwealth  Secretariat.   PNUMA  (1992),  “First  Meeting  of  The  Conference  of  the  Parties  to  the  Basel  Convention  on  the  Control   of  Transboundary  Movements  of  Hazardous  Wastes  and  their  Disposal”,   Report   of   the   First   Meeting   of   the   Conference   of   the   Parties   to   the   Basel   Convention,   Piriápolis,   3-­‐4   dezembro,   disponível   em:   http://www.basel.int/meetings/cop/cop1-­‐4/cop1repe.pdf   _____  (1991),  “The  Transboundary  Movement  of  Hazardous  and  Nuclear  Wastes  in  the  Wider  Caribbean   Region   -­‐   A   Call   for   a   Legal   Instrument   within   the   Cartagena   Convention”,   Technical   Report   Nº   7,   disponível  em  http://www.cep.unep.org/pubs/Techreports/tr07en/content.html#ANNEX%20II.   _____   (1987),   14/30,   Environmentally   sound   management   of   hazardous   waste,   17/06/1987.   <http://www.unep.org/Documents/Default.asp?DocumentID=100&ArticleID=1663>   (última   visita:   15/07/2005).   Porter,  Gareth  (1999),  “Trade  competition  and  pollution  standards:  race  to  the  bottom  or  stuck  at  the   bottom?”,  Journal  of  Environment  and  Development,  v.  8,  n.2,  p.133-­‐151.   Probst,   Katherine   N.   and   Beirle,   Thomas   C.   (1999),   “Hazardous   Waste:   lessons   from   eight   countries”,   Environment,  vol.  41.   Rittberber,  Volker;  Brühl,  Tanja  (2001),  “From  international  to  global  governance”  in  Rittberber,  Volker,   Global  Governance  and  the  United  Nations  System,  Tokyo,  United  Nations  University  Press.   Sartori,  Giovanni  (1994),  A  teoria  da  democracia  revisitada,  vol.  1,  São  Paulo,  Ática.   Schnurer,   Helmut   (2002),   “Development   of   waste   legislation   in   Germany   towards   a   sustainable   closed   substance   cycle”,   German   waste   legislation   and   sustainable   development.   vol.   29,   11,   Quioto:   International   Institute   for   Advanced   Studies,   disponível   em:   http://www.bmu.de/files/pdfs/allgemein/application/pdf/entwicklung_abfallrecht_uk.pdf   Siqueira,   Cynthia   (2010),   “Papel   da   burocracia   pública   brasileira   na   elaboração   de   diretrizes   políticas”,   tese  de  Mestrado,  PUC-­‐Minas.     Transboundary   Trade   in   Potentially   Hazardous   Substances   (1996),   Draft   Technical   Support   Document,   prepared   by   Apogee   Research,   Inc.,   March,   disponível   em:   http://www.inece.org/PDFDocs/transboun.pdf.  Acesso  em  20/09/2005.   Zartman,   J.   William   (2003),   “Negotiating   the   rapids:   the   dynamics   of   regime   formation”   in   Spector,   Bertran   I.   and   Zartman,   J.   William   (ed.),   “Getting   it   done:   Post-­‐agreement   negotiation   and   international  regimes,  Washington,  DC.,  United  States  Institute  of  Peace  Press.  

90


91


La influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos  en  el  conflicto   concerniente  a  las  empresas  de  celulosa  en  Uruguay:  De  lo  local  a  lo   internacional    

Armando Gallo  Yahn  Filho   ∗

Abstract

SUB-­‐NATIONAL ACTOR’S  INFLUENCE  IN  THE  PULP  MILLS  CASE  ON  THE  RIVER  URUGUAY    

© Adriana  Roque  2012.  

The case   study   about   the   pulp   mills   installed   on   the   River   Uruguay,   in   Uruguayan   territory,   is   a   clear   demonstration   of   the   sub-­‐national   actors´   influence   in   the   central   government   decision-­‐making   (or   foreign   policy).   Paradiplomacy   is   not   always   a   form   of   direct   action,   in   which   sub-­‐national   actors   from   different   countries   come   to   understand   and   sign   treaties   of   cooperation,  but  also  a  way  in  which  these  same  actors   have   recourse   to   international   treaties   signed   by   their   countries.   In   the   specific   case   about   the   pulp   mills   on   the  River  Uruguay,  if  there  was  no  active  participation  of   Gualeguaychú´s  population  and  its  government,  besides   the   Entre   Ríos´   government,   perhaps   the   case   had   not   gone   to   the   International   Court   of   Justice.   Despite   Argentina   may   not   have   come   out   with   a   completely   favorable   decision   at   the   International   Court   of   Justice,   the   contentious   caused   by   all   that   sub-­‐ national   mobilization   was   important   for   Uruguay   Government   rethinks   its   actions   related   to   the   River   Uruguay.     Moreover,   the   pulp   mills   case   not   only   brings   out  the   influence   of   Argentina’s   sub-­‐national   actors   in   the   implementation  of   River   Uruguay   Treaty,  but   it   makes   us  reinterpret  the  same  Treaty  considering  the  United  Nations  Convention  on  the  Law  of  the   Non-­‐Navigational  Uses  of  International  Watercourses  (1997).   Key  words:  Sub-­‐national  actors,  paradiplomacy,  national  security,  Argentina,  River  Uruguay.  

Resumo  

A ATUAÇÃO   DOS   ATORES   SUBNACIONAIS   ARGENTINOS   NO   CONFLITO   CONCERNENTE   À   EMPRESAS  DE  CELULOSE  NO  URUGUAI:  DO  LOCAL  AO  INTERNACIONAL      

O caso   das   empresas   de   celulose   européias   à   margem   esquerda   do   Rio   Uruguai   é   uma   clara   demonstração   do   poder   de   atuação   dos   governos   subnacionais   argentinos   na   esfera   internacional.   A   paradiplomacia   é   também   um   modo   pelo   qual   os   governos   subnacionais   tomam  como  base  os  tratados  firmados  por  seus  países,  a  fim  de  defender  causas  locais,  mas   de  interesse  nacional,  chegando  a  instâncias  supranacionais.  Ainda  que  a  autonomia  dada  pela   Constituição  Argentina  não  seja  sinônimo  de  soberania,  ela  transfere  ao  governante  o  status   de   membro   diplomático,   para           que   possa   atuar   na   defesa   dos   interesses   locais   e   também   nacionais.     Palavras-­‐chave:   Atores   subnacionais,   paradiplomacia,   segurança   nacional,   Argentina   e   Rio   Uruguai.  

                                                                                                              Agradezco  a  Felipe  Rodrigues  Martínez,  mi  amigo  y  abogado,  por  la  traducción  del  portugués  al  español   de  este  artículo. ∗

92  


LA INFLUENCIA  DE  LOS  ACTORES   SUBNACIONALES  ARGENTINOS  EN  EL   CONFLICTO  CONCERNIENTE  A  LAS   EMPRESAS  DE  CELULOSA  EN  URUGUAY:   DE  LO  LOCAL  A  LO  INTERNACIONAL    

Resumen

Armando Gallo  Yahn  Filho  

El  caso  de  las  empresas  de  celulosa  europeas  al  margen  izquierdo  del  Río  Uruguay  es   una   clara   demostración   del   poder   de   actuación   de   los   gobiernos   subnacionales   argentinos   en   la   esfera   internacional.   La   paradiplomacia   es   también   una   manera   por   la  cual  los  gobiernos  subnacionales  toman  como  base  los  tratados  firmados  por  sus   países,   a   fin   de   defender   causas   locales,   pero   de   interés   nacional,   llegando   a   instancias   supra-­‐nacionales.   Aunque   la   autonomía   dada   por   la   Constitución   Argentina   no   sea   sinónimo   de   soberanía,   ella   transfiere   al   gobernante   provincial   el   estatus   de   diplomático,   para   que   pueda   actuar   en   defensa   de   intereses   locales   y   también  nacionales.   .         Palabras  clave:  Actores  subnacionales,  paradiplomacia,  seguridad  nacional,  Argentina,   Río  Uruguay.      

INTRODUCCIÓN  

Como   consecuencia,   en   el   plano   de   las   relaciones  internacionales,  las  fronteras   de  los  Estados  se  tornaron  permeables,   facilitando  el  acceso  a  la  información,  el   flujo   de   capitales   por   el   globo   y   un   mayor   intercambio   de   ideas.   Así,   las   ciudades   -­‐esferas   locales   de   los   territorios   nacionales-­‐,   comenzaron   a   sentir   directamente   los   impactos   de   todo   lo   que   pasaba   en   el   sistema   internacional,   ampliando   su   participación   en   él,   “fenómeno  

La segunda   mitad   del   siglo   XX   se   caracterizó   por   una   evolución   tecnológica  jamás  vista  en  la  historia  de   la  humanidad.  En  un  período  de  tiempo   relativamente  corto,  los  avances  en  los   medios   de   comunicación,   los   sistemas   de   información,   la   informatización   de   los   procesos   de   producción   industrial,   entre   otros,   alteraron   de   manera   significativa   la   dinámica   económica,   social  y  política  de  las  sociedades.  

93  


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho  

conocido, muchas   veces,   como   paradiplomacia”  (Keating,  1999:1).       Sin   embargo,   hay   múltiples   interpretaciones   acerca   de   las   posibles   consecuencias   de   esta   paradiplomacia   en   el   futuro   del   Estado-­‐Nación.   Por   un   lado,   algunos   autores   como   Kenichi   Ohmae   (1996)   lo   consideran   un   proceso   que   culminará   en   el   fin   del   Estado-­‐Nación;   por   el   otro,   autores   como  Neil  Brenner  (2004)  lo  consideran   la   consolidación   del   Estado   con   la   descentralización  de  sus  funciones.       No  obstante,  tomemos  como  punto  de   partida   la   visión   de   Michael   Keating   (1999)   de   que   la   paradiplomacia   es   consecuencia   del   menoscabo   de   la   capacidad   del   Estado   para   la   gestión   territorial,   sin   que   eso   signifique   la   pérdida   de   su   soberanía.   Al   fin   y   al   cabo,  si  el  Estado  está  conformado  por   la   integración   de   diversas   unidades   políticas,   cualquiera   que   sea   la   actuación   de   éstas   puede   ser   comprendida   como   un   fortalecimiento   del   propio   Estado,   aún   si   absorben   funciones  antes  atribuidas  solamente  al   gobierno   central.   Cuando   este   fenómeno  se  analiza  en  el  plano  de  las   relaciones   internacionales,   si   una   unidad   subnacional   actúa   frente   a   una   cuestión   de   la   cual   el   gobierno   central   estaba   ausente,   ello   sólo   puede   ser   visto   como   un   acto   de   salvación   de   la   soberanía  del  Estado.       Es   importante   resaltar   que   soberanía   y   autonomía   son   conceptos   distintos.   Cuando  se  deja  implícita  la  idea  de  que   los   Estados   tienen   soberanía   y   los   actores   subnacionales   tienen   autonomía,   se   refuerza   la   idea   central  

de este   trabajo,   de   que   soberanía   es   prerrogativa   del   Estado   y   a   ella   está   condicionada  la  capacidad  de  acción  de   sus  gobiernos  subnacionales.       Siguiendo   la   línea   de   raciocinio   de   Waltz  (1979),  quien  define  la  estructura   política   interna   como   centralizada   y   jerárquica,   construida   por   unidades   superiores   y   subordinadas,   concluimos   que  la  soberanía  del  Estado  controla  la   autonomía   de   sus   unidades   subnacionales,   sobretodo   en   el   ámbito   de   las   relaciones   internacionales.   Sin   embargo,   este   control   no   es,   necesariamente,   impedimento   para   la   actuación   de   los   actores   subnacionales   en  la  esfera  internacional.           Según   Michael   Keating,   “la   declinación   del   papel   mediador   del   Estado   expone   más   directamente   las   regiones   a   los   efectos   de   la   economía   global,   forzándolas   a   buscar   oportunidades   para   operar   en   ella   y   en   los   regímenes   transnacionales   emergentes”   (Keating,   1999:3).         Siendo   así,   las   relaciones   más   claras   entre   los   Estados   en   la   esfera   internacional   dan   lugar   a   un   arreglo   más   complejo   de   relaciones,   en   las   cuales   las   regiones   y   localidades   actúan   dentro  del  propio  Estado  y  también  en   el   ámbito   de   los   regímenes   transnacionales  y  de  la  economía  global   (Idem,  ibidem).       El  caso  de  las  empresas  de  celulosa  del   Río   Uruguay   (también   conocidas   como   papeleras),   en   territorio   uruguayo,   es   un   claro   ejemplo   de   esas   nuevas   relaciones.   Por   un   lado,   el   gobierno   de  

94


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…  

la Provincia   de   Entre   Ríos   actuando   ante  organismos  internacionales,  como   el   Banco   Mundial,   de   manera   directa.   Por   otro,   la   presión   ejercida   por   este   gobierno   provincial   junto   al   gobierno   federal   para   lograr   una   mayor   participación  en  el  caso.    

“desterritorialización”. La   corriente   de   análisis  seguida  por  Neil  Brenner  y  Bob   Jessop,   de   inspiración   regulacionista,   “vinculó   los   procesos   de   reestructuración   urbana   a   varias   transformaciones   de   organización   espacial   del   Estado   que   están   desprivilegiando   el   nivel   regulatorio   nacional   y   dando   nueva   importancia   a   las   formas   de   gobernanza   supranacional  y  subnacional”  (Brenner,   2009:67).       De  esta  forma,  Brenner  considera  en  su   corriente   de   análisis   que   existe   una   disminución   de   la   centralización   del   Estado   en   el   proceso   regulatorio   nacional,   aunque   esa   distribución   de   responsabilidades   con   las   escalas   urbanas   y   regionales   no   retire,   de   forma   total,   el   papel   del   Estado   en   su   proceso   de   desarrollo.   Además   de   eso,   esta   “reestructuración   multiescalar”   trae   consigo   el   concepto   de   gobernanza,   que   extrapola   la   frontera   nacional.   O   sea,   la   ciudad   es   el   escenario   donde   las   cosas   suceden   en   un   mundo   globalizado,   sin   embargo   el   Estado   no   deja   de   ser   el   actor   central   de   este   sistema   internacional,   repartiendo   sus   funciones   al   largo   de   las   principales   ciudades   y   regiones   que   componen  su  territorio,  caracterizando   una  gobernanza  multinivel.       Según   la   definición   de   Gary   Marks,   gobernanza   multinivel   es   “un   sistema   de   continua   negociación   entre   gobiernos   ligados   en   diversos   niveles   territoriales”,  además  de  insertados  en   redes   políticas   que   ultrapasan   los   límites  de  la  esfera  pública  (Marks  apud   Bache   &   Flinders,   2004:3).   De   esta   manera,   conforme   con   Ian   Bache   y   Matthew   Flinders,   el   concepto   de  

RETERRITORIALIZACIÓN  DEL   ESTADO    

Al   tomar   a   Neil   Brenner   y   su   estudio   sobre   la   territorialización   como   referencia,   podemos   demostrar   que   la   relación  de  fuerzas  entre  los  gobiernos   central   y   provincial   tiene   como   base   la   percepción   del   Estado   de   que   sus   unidades   son   conductoras   de   la   inserción   internacional   del   propio   Estado,   y   que   todo   el   proceso   (cooperativo   o   conflictivo)   que   tiene   inicio   en   el   ámbito   local   puede   ser   de   interés  nacional.       Aquí  resulta  importante  destacar  que  el   interés   nacional   no   coincide,   necesariamente,   con   todos   los   intereses   coyunturales   del   gobierno   en   poder.   Ni   siempre   todo   lo   que   es   interés   de   una   nación   es   también   interés   del   gobernante   o   de   su   canciller.   De   igual   manera,   no   todo   escenario  prospectivo  que  pueda  servir   a   un   buen   planeamiento   estratégico   trae  consigo  un  futuro  deseable.       Brenner   se   contrapone   a   las   tesis   de   globalización   que   apuntan,   como   resultado   de   esta,   el   fin   del   papel   del   Estado   y   de   su   importancia   en   el   desarrollo  local.  Estas  teorías,  llamadas   por   algunos   globalistas,   apuntan   a   una  

95


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho  

gobernanza multinivel  contiene  tanto  la   dimensión   horizontal   como   la   vertical.   El   término   multinivel   se   refiere   al   “aumento   de   la   interdependencia   de   gobiernos   operando   en   distintos   niveles   territoriales”,   en   cuanto   gobernanza   “asígnasele   el   crecimiento   de   la   interdependencia   entre   actores   gubernamentales   y   no-­‐ gubernamentales   en   varios   niveles   territoriales”   (Bache   &   Flinders,   2004:3).         Tomando  la  obra  New  State  Spaces,  de   Neil  Brenner,  su  primera  hipótesis  está   centrada   en   el   hecho   de   que   las   ciudades   y   las   regiones   se   tornaran     locales-­‐clave,   desde   el   punto   de   vista   institucional,   en   los   cuales   se   desdobla   un   gran   reescalonamiento   del   poder   estatal.  Como  segunda  hipótesis  central   de  su  trabajo,  Brenner  sostiene  que  las   instituciones   públicas   nacionales   continúan   ejerciendo   un   papel   primordial     en   la   formulación,   implementación,   coordinación   y   supervisión   de   iniciativas   de   políticas   públicas   urbanas,   aún   cuando   haya   existido   una   primacía   de   la   descentralización   político-­‐económica   de   la   esfera   nacional   para   la   local   (Brenner,  2004:3).         Se   resalta   aquí   el   reconocimiento   del   autor   sobre   la   descentralización   del   poder   político-­‐económico,   todavía   sin   retirar   el   papel   de   funcionalidad   del   Estado.   Es   interesante   notar   que,   al   reconocer  el  papel  del  Estado,  Brenner   no   distingue   su   análisis   político   del   económico,   haciéndolo   de   forma   multidisciplinar.        

En cuanto   a   la   consolidación   de   instituciones   supranacionales   y   transfronterizas,   Brenner   sigue   la   misma   línea   de   pensamiento   de   Keohane   y   Nye,   al   afirmar   que   el   desenvolvimiento  de  tales  instituciones   “sugiere  que  las  economías  capitalistas   representan   no   más   que   unidades   geográficas   perfectamente   autónomas   y   coherentes,   sin   embargo   hoy   están   siendo   permeadas   por   nuevos   tipos   de   vínculos   verticales   y   horizontales   entre   formas   institucionales   diversas   y   multiescalares”  (Brenner,  2004:6).       El   reconocimiento   que   hace   Brenner   de   esta  característica  de  interdependencia   compleja   (múltiples   canales   de   comunicación)   refuerza   el   papel   del   Estado   y   de   su   política   exterior   en   las   relaciones   internacionales.   Sin   embargo,  al  afirmar  que  los  Estados  no   son   unidades   perfectamente   autónomas,   Brenner   considera   la   autonomía   de   los   actores   subnacionales   y   no-­‐estatales   en   las   relaciones   internacionales,   paralelamente   a   la   soberanía   del   Estado.  En  ese  sentido  se  percibe,  otra   vez,   la   distinción   entre   soberanía   y   autonomía.       En   lo   que   respecta   específicamente   a   Argentina   y   sus   unidades   federadas,   la   reterritorialización   y   la   gobernanza   multinivel   quedan   evidentes   en   la   reforma  de  la  estructura  organizacional   de   la   Cancillería,   en   1992,   que   creó   la   Subsecretaría   de   Relaciones   Institucionales,   dentro   de   la   cual   se   encuentra   la   Dirección   de   Asuntos   Federativos,   cuyo   objetivo   es   establecer  las  relaciones  con  gobiernos   provinciales,   prefecturas   municipales   y   organismos  regionales.    

96


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…  

Según   Miryam   Colacrai   y   Graciela   Zubelzú  (2004:324):      

La pregunta   que   surge,   y   que   pretendemos   responder,   es:   ¿cómo   una   unidad   con   autonomía   provincial,   sin  soberanía,  tuvo  poder  de  actuar  en   el   plano   internacional,   llevando   directamente   una   demanda   local   a   organizaciones   gubernamentales   internacionales?      

En consonancia   con   el   proceso   de   descentralización   impulsado   desde   el   gobierno,   recae   en   las   provincias   la   responsabilidad   de   afrontar   funciones   en   áreas   que   hasta   hace   poco   tiempo   estaban  centralizadas.  Así  cada  región  o   estado   provincial   intenta   afrontar   sus   problemas   con   los   recursos   propios   y   diseñar   alternativas   para   reconvertir   algunas   actividades   consideradas   por   el   Estado   nacional   costosas   e   ineficientes   (...)  

FUNDAMENTOS JURÍDICOS  DEL   PAPEL  DECISIVO  DE  ENTRE  RÍOS  Y   GUALEGUAYCHÚ  

  Al   traer   la   cuestión   acerca   de   la   autonomía   y   la   soberanía   al   plano   jurídico,   tenemos   como   un   ejemplo   claro   de   la   diferencia   entre   los   dos   conceptos   la   reforma   constitucional   argentina  de  1994,  que  en  sus  artículos   123  y  124  reconoce  la  autonomía  de  los   municipios   y   de   las   provincias   sin,   todavía,   dejar   de   reconocer   la   soberanía  nacional  en  otros  artículos.         El   propio   artículo   12449,   al   admitir   que   las   provincias   pueden   celebrar   convenios  internacionales,  “en  tanto  no   sean   incompatibles   con   la   política   exterior   de   la   Nación”50   (Constitución  

Luego,   no   se   puede   pensar   la   paradiplomacia   en   términos   de   que,   al   atender   el   interés   local,   espacio   geográfico  bajo  la  soberanía  del  Estado,   no   atienda   también   a   los   intereses   de   este.   Tanto   es   que   Ivo   Duchacek   atribuye   otro   nombre   al   caso   en   que   dicha   paradiplomacia   amenace   la   soberanía   del   Estado   y   sus   intereses:   protodiplomacia  (Duchacek,  1990:27).         Otro   punto   a   destacar   es   que,   aún   cuando   los   gobiernos   subnacionales   son   actores   en   las   relaciones   internacionales   y   promueven   sus   intereses   a   través   de   intercambios   recíprocos,   con   acceso   a   instituciones   supranacionales,   interconectando   diferentes   sociedades   e   institucionalizando   nuevas   formas   de   cooperación   internacional,   no   son   sujetos   de   Derecho   Internacional   Público   dado   que   no   tienen   soberanía,   únicamente   autonomía,   según   afirman   Miryam   Colacrai   y   Graciela   Zubelzú   (2001:314).      

                                                                                                              49

Art.   124.-­‐   Las   provincias   podrán   crear   regiones  para  el  desarrollo  económico  y  social  y   establecer   órganos   con   facultades   para   el   cumplimiento   de   sus   fines   y   podrán   también   celebrar  convenios  internacionales  en  tanto  no   sean  incompatibles  con  la  política  exterior  de  la   Nación  y  no  afecten  las  facultades  delegadas  al   Gobierno   federal   o   el   crédito   público   de   la   Nación;   con   conocimiento   del   Congreso   Nacional.   La   ciudad   de   Buenos   Aires   tendrá   el   régimen   que   se   establezca   a   tal   efecto.   Corresponde   a   las   provincias   el   dominio   originario   de   los   recursos   naturales   existentes   en  su  territorio.   50   Es   importante   comprender   que   la   política   exterior   de   una   nación   debe   priorizar   los  

97


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho  

Argentina, 1994;   subrayado   del   autor),   deja   claro   que   la   autonomía   de   las   unidades   federadas   no   afecta   la   soberanía   del   Estado,   una   vez   que   tal   política   exterior   es   atribución   del   Presidente  de  la  República,  conforme  el   artículo  99.         Aún   corroborando   la   tesis   de   Neil   Brenner,   y   conjugando   soberanía   estatal   y   autonomía   provincial   con   nuestra   hipótesis   de   que   la   segunda   fortalece   a   la   primera,   está   también   el   artículo   121   de   la   Constitución   Argentina,  según  lo  cual  “las  provincias   conservan   todo   el   poder   no   delegado   por   esta   Constitución   al   Gobierno   federal”  (Constitución  Argentina,  1994).       O  sea,  si  la  provincia  puede  actuar  en  el   campo   internacional   sin   herir   la   política   exterior   de   la   Nación   y,   al   mismo   tiempo,   tiene   todo   el   poder   para   que   no   sea   prerrogativa   del   Gobierno   federal,   eso   solamente   nos   deja   la   conclusión  que  su  única  limitación  en  la   esfera  internacional  es  la  propia  política   exterior.   Así,   la   paradiplomacia   argentina   no   podrá   jamás   ser   practicada   cuando   no   esté   en   consonancia   con   los   intereses   del   propio   Estado.   Como   ya   vimos,   tales   intereses   no   necesariamente   coinciden   con  aquellos  del  gobierno  en  gestión.       Al  adentrarnos  en  la  Constitución  de  la   Provincia   de   Entre   Ríos,   vemos   que   el                                                                                                                  

artículo 242,   letra   “b”,   establece   las   competencias   de   sus   municipios,   habilitándolos   a   “formar   parte   de   organismos   de   carácter   regional,   realizar   gestiones   y   celebrar   acuerdos   en   el   orden   internacional   respetando   las  facultades  de  los  gobiernos  federal  y   provincial”  (Constitución  de  la  Provincia   De  Entre  Ríos,  2008).       Por  lo  tanto,  aquí  se  nota  que,  a  pesar   de   que   la   Constitución   Nacional   asegura   la   autonomía   municipal   (Art.   123),   la   extensión   y   límites   de   dicha   autonomía   dependen   de   la   Constitución   de   cada   provincia.   En   el   caso   específico   de   Entre   Ríos,   está   abierta   la   posibilidad   de   una   actuación   internacional   derivada   de   la   interrelación   de   los   tres   niveles   de   gobierno,   que   nos   lleva,   en   la   praxis,   a   una  gobernanza  multinivel.         Aunque   se   pueda   hablar   de   la   influencia   de   los   gobiernos   subnacionales   en   el   nivel   federal,   es   necesario  notar  también  una  actuación   directa   de   los   gobiernos   subnacionales   argentinos,   teniendo   en   cuenta   la   autonomía   que   les   fue   otorgada   por   la   Constitución   Nacional   de   1994.   En   ese   sentido,   optamos   por   el   concepto   de   Noé  Cornago,  según  el  cual:       (...)   paradiplomacia   puede   ser   definida   como   el   involucramiento   de   gobiernos   no-­‐centrales   en   las   relaciones   internacionales,   a   través   del   establecimiento   de   contactos   permanentes   o   “ad   hoc”   con   entidades   privadas   o   públicas   extranjeras,   con   el   objetivo   de   promover   temas   socioeconómicos   o   culturales,   así   como   cualquier   otra   dimensión   que   haya   sido   atribuida   por   la   constitución   en   el   plan   internacional  (Cornago,  1999:40).  

derechos y  obligaciones  del  Estado  definidos  en   tratados   internacionales,   que   una   vez   incorporados  al  ordenamiento  jurídico,  después   de  ratificados,  están  por  sobre  cualquier  interés   coyuntural  de  un  gobierno  al  definir  su  política   externa.  O  sea,  ningún  gobierno  puede  abdicar   de   sus   derechos   y   obligaciones   constitucionales   para  atender  a  intereses  circunstanciales.      

98


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…  

Justicia, se   necesita   hacer   un   análisis   muy  cuidadoso  de  los  hechos.       Aún   cuando   nuestro   foco   sea   la   actuación   de   gobiernos   subnacionales,   se  hace  imprescindible  demostrar  cómo   otros   actores   subnacionales   fueron   determinantes.   O   sea,   la   gobernanza   multinivel,   que   va   de   lo   municipal   a   lo   supranacional,   tuvo   inicio   con   la   manifestación   de   la   comunidad   de   Gualeguaychú,  incluyendo  su  Asamblea   Ciudadana   Ambiental   (ACAG)   y   el   gobierno   municipal,   lo   que   resultó   en   una   presión   sobre   el   gobierno   provincial  de  Entre  Ríos.       Es  de  notar,  antes  de  empezar  nuestro   análisis,  el  comentario  de  Storper  (apud   Keating,   1999:2),   quien   señala   que   la   cualidad   de   los   espacios   territoriales,   en   el   mundo   de   hoy,   está   fundamentada   en   sus   características   propias   (ventaja   competitiva),   a   diferencia  de  la  posición  que  ocupaban   en   la   división   internacional   del   trabajo   (ventaja  comparativa).       En  el  caso  de  las  empresas  de  celulosa,   se   trata   de   un   proceso   en   el   cual   Uruguay   trabajaba   desde   los   años   1980,  con  el  Plan  Nacional  Forestal,  que   tenía   como   objetivo   la   plantación   de   700   mil   hectáreas   de   florestas   básicamente  con  eucaliptos  y  pinos.  La   producción  de  celulosa  estaba  entre  los   objetivos  de  este  planeamiento  (Aboud   y  Museri,  2007:17).       No   obstante,   no   se   trataba   sólo   de   un   interés   económico   uruguayo,   sino   también   de   grupos   de   productores   de   madera   que   se   encontraban   en   otras  

Según Miryam   Colacrai   y   Graciela   Zubelzú,   las   provincias   argentinas   poseen   la   posibilidad   de   influir   en   la   política   exterior   del   país,   siemore   que   no   les   sean   determinantes.   Para   las   autoras,   la   adopción   por   parte   del   Estado   de   una   filosofía   de   apertura   e   integración   al   mundo   se   constituye   como   un   elemento   movilizador   de   la   participación   de   los   gobiernos   subnacionales   (Colacrai   y   Zubelzú,   2004:316).       De   este   modo,   la   reforma   constitucional  se  traduce  en  una  nueva   correlación   de   fuerzas   dentro   del   Estado,  lo  que  permite  la  idea  de  que  la   inserción   internacional   del   país   depende  de  una  actuación  múltiple,  de   todos   los   gobiernos   subnacionales   junto  con  el  gobierno  federal.  Al  mismo   tiempo,   esa   posibilidad   de   actuación   legalizada   fue   la   oportunidad   para   que   una   Provincia   pudiera   tomar   la   delantera   en   el   proceso   de   defensa   de   los   intereses   nacionales,   los   cuales   comparte,   cuando   el   Estado   se   muestra   ausente,   llamándolo   a   su   obligación   constitucional.      

LA PARTICIPACIÓN  DECISIVA  DE  

LOS ACTORES  SUBNACIONALES  EN   EL  CASO  DE  LAS  EMPRESAS  DE   CELULOSA    

Para  que  tengamos  una  real  percepción   de   la   participación   de   los   gobiernos   subnacionales   argentinos   en   el   rumbo   tomado   por   las   empresas   de   celulosa   extranjeras   en   suelo   uruguayo,   caso   que   llegó   a   la   Corte   Internacional   de  

99


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho  

ciudades de  la  provincia  de  Entre  Ríos  –   con   la   excepción   de   Gualeguaychú.   Según  Juan  Lucca  y  Cintia  Pinillos:        

Reboratti (2007:129),   “no   se   podría   decir  que  hasta  2006  la  Argentina  –y  en   esto  se  incluye  tanto  la  sociedad  como   sus   diferentes   gobiernos–   haya   tenido   el  medio  ambiente  como  un  núcleo  de   preocupación”.       De  acuerdo  con  el  autor:        

Este sector   tuvo   un   gran   dinamismo   en   la   última   década,   basado   en   las   exportaciones   de   rollizos   de   eucalipto   y   pino,   y   el   desarrollo   de   la   explotación   forestal   vinculada   a   la   producción   de   pasta   celulósica.   Esta   actividad   se   concentró   principalmente   en   las   inmediaciones  de  la  ciudad  de  Concordia   y   se   expandió   tanto   hacia   el   interior   de   la   provincia   como   a   los   cuatro   departamentos   del   este,   que   limitan   con   Uruguay.   Así,   resulta   adecuado   pensar   que   un   reclamo   contra   las   pasteras   en   Uruguay   era   a   priori   inconducente   en   esta  región  noreste  de  la  provincia  (y  en   la   ciudad   de   Concordia   en   particular),   teniendo   en   cuenta   sus   intereses   productivos   forestales   y   madereros   (Lucca  y  Pinillos,  2007:154).  

En la   Argentina   el   tema   ambiental   fue   tomado   formalmente   por   el   gobierno   nacional   a   principios   de   la   década   de1970,   cuando   se   creó   una   Secretaría   de  Medio  Ambiente,  que  se  mantuvo  en   actividad  hasta  el  golpe  militar  de  1976.   A  partir  de  allí  el  tema  permaneció  en  un   estado   letárgico   hasta   principios   de   los   noventa,   cuando   el   gobierno   neoliberal   de   Carlos   Menem   volvió   a   crear   una   secretaría   específica,   en   consonancia   con   su   muy   publicitada   posición   como   “el   primer   presidente   ecologista”.   Pero   esta   reactivación   se   realizó   pensando   más   en   la   utilidad   económica   del   ambiente   que   en   su   conservación   o   regulación  (Reboratti,  2007:134).  

  Considerando   el   hecho   de   que   algunas   ciudades   de   la   Provincia   de   Entre   Ríos   tenían   los   mismos   intereses   que   el   gobierno  uruguayo  en  el  desarrollo  del   sector  maderero,  se  puede  concluir  que   el   gobierno   provincial   no   quería   colocarse   en   posición   contraria   a   las   empresas   española   y   finlandesa,   para   no   amenazar   intereses   regionales/nacionales.   Eso   precisamente  refuerza  el  hecho  de  que   los   habitantes   de   Gualeguayachú,   por   medio   de   su   Asamblea   Ciudadana   Ambiental   (ACAG)   y   de   su   alcalde,   fueron   determinantes   para   que   la   causa   fuera   llevada   adelante,   alcanzando   niveles   más   elevados   de   gobierno  hasta  llegar  al  supranacional.       Súmese   a   esto   el   hecho   de   que   el   gobierno   nacional   argentino   nunca   estuvo   muy   preocupado   con   las   cuestiones   ambientales.   Según  

  En  el  caso  de  las  empresas  de  celulosa,   la   Secretaría   del   Medio   Ambiente   del   Gobierno   Federal   no   tomó   ninguna   iniciativa  durante  tres  años,  hasta  que,   en   2006,     fue   entregada   a   las   manos   de   una   abogada   que   pertenecía   a   la   ACAG,   marcando   así   la   primera   intervención   de   la   Secretaría   en   todo   el   conflicto   (Reboratti,  2007:134).       Otro   hecho   que   demuestra   la   despreocupación   del   gobierno   argentino   con   las   posibles   consecuencias   que   traerían   las   empresas   de   celulosa   a   su   población,   como  la  contaminación  del  agua  del  Río   Uruguay,   es   que   Argentina   solicitó   a   Uruguay,  el  9  de  enero  de  2006,  que  las   empresas   fueran   construidas   al   sur   de  

100


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…  

Fray Bentos,   para   no   afectar   Gualeguaychú   (Colacrai,   2008:19).   Esto   solamente   puede   significar   una   aceptación   de   las   obras   por   parte   del   gobierno  argentino,  contrariando  así  la   obligación   constitucional   de   defender   lo  que  prevé  el  tratado  internacional.       En  lo  que  respecta  a  la  política  exterior   argentina,   después   de   las   circunstancias  económicas  de  la  década   de   1990   en   la   búsqueda   por   alternativas  afuera  de    América  del  Sur   –como  fue  el  caso  de  Estados  Unidos–,   la   llegada   de   Kirchner   al   poder,   en   2003,   sirvió   para   intentar   consolidar   la   estrategia   de   integración   regional,   fortaleciendo   la   relación   con   sus   vecinos   (Reis   y   Faria,   2009:14;   Corigliano,  2008:9).       La   idea   de   Néstor   Kirchner   de   que   los   Estados  Unidos  apenas  velaban  por  sus   propios   intereses,     y   de   que   las   asimetrías  centro-­‐periferia  no  eran  una   alternativa  para  el  desarrollo  argentino   (Reis  y  Faria,  2009:13)  en  un  momento   de   extrema   dificultad   para   el   país,   únicamente  nos  puede  hacer  creer  que   el  gobierno  federal  no  estaría  dispuesto   a   mantener   ningún   tipo   de   conflicto   diplomático   con   países   del   MERCOSUR   en  principios  del  siglo  XXI.       Es   por   tal   motivo   que,   aún   en   2003,   después   de   haber   iniciado   todo   el   movimiento  contra  la  instalación  de  las   empresas   de   celulosa   a   partir   de   la   Asamblea   Ciudadana   Ambiental   de   Gualeguaychú   (ACAG),   el   gobierno   de   Kirchner,   por   medio   de   su   canciller   Rafael   Bielsa,   intenta   solucionar   el   problema   con   el   gobierno   uruguayo,   de   manera   diplomática   y   sin   grandes  

rumores en   la   prensa.   Para   Vicente   Palermo,   “este   período   es   identificado   como   del   tipo   encapsulado-­‐ tecnocrático”   (apud   Aboud   y   Museri,   2007:20,  cursivas  del  autor).       Analizando   la   política   exterior   del   gobierno   argentino,   se   percibe   la   dificultad  de  Kirchner  para  conciliar  los   factores  económicos  que  la  movilizaban   con   la   seguridad   ambiental,   que   también   era   de   interés   nacional   pero   estaba   concentrada   en   un   punto   específico   del   territorio   nacional.   Además,   es   de   imaginarse   la   presión   ejercida,   en   contraposición   a   la   de   los   ambientalistas,   por   parte   de   los   productores  de  madera  argentinos.       En  febrero  de  2005,  la  autorización  del   gobierno   Battle,   de   Uruguay,   de   la   instalación  de  otra  empresa  de  celulosa   de   origen   finlandesa   (Botnia)   a   construirse  en  un  terreno  próximo  a  la   primera,   fue   decisiva   para   la   rendición   de   los   habitantes   de   Gualeguaychú.   A   partir   de   entonces,   parecía   no   haber   más   oportunidad   de   llegar   a   una   conciliación   entre   los   dos   gobiernos   nacionales.         Las  constantes  ocupaciones  del  puente   General   San   Martín,   que   une   a   los   dos   países,   por   parte   de   los   vecinos   argentinos,   también   indignaron   al   gobierno   uruguayo,   que   vio   en   aquellas   manifestaciones   una   amenaza   a   su   soberanía,   en   la   medida   que   causaban   pérdidas   económicas   al   país.   Con   la   llegada  de  Tabaré  Vázquez  al  poder,  no   sólo   los   argentinos   defendieron   su   posición  con  el  alegato  de  amenaza  a  la   vida   de   los   habitantes   por   la   contaminación   del   agua   del   Río  

101


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho  

Uruguay, sino   que   también   los   uruguayos   alegaban   que   la   condición   de   vida   de   sus   ciudadanos   estaba   en   riesgo,  ya  que  las  empresas  de  celulosa   traerían   más   empleos   y   mejorarían   las   condiciones   económicas   del   país   (Aboud  y  Museri,  2007).       Según  Philippe  Le  Prestre:        

realización de   un   estudio   de   impacto   ambiental,   tal   como   establece   el   Estatuto  del  Río  Uruguay,  tan  sólo  sirvió   para   aumentar   la   tensión   entre   Gualeguaychú   y   el   gobierno   de   Kirchner.   La   misma   creación   del   Grupo   Técnico   de   Alto   Nivel   (GTAN),   de   conformación   binacional,   con   la   finalidad   de   realizar   el   estudio   de   impacto   ambiental,   fue   suficiente   para   la   adhesión   del   gobierno   de   Entre   Ríos   a   la   causa,   con   críticas   al   gobierno   nacional  (Aboud  y  Museri,  2007:24).       Toda   la   manifestación   liderada   por   la   Asamblea   Ciudadana   Ambiental   de   Gualeguaychú   inicia   su   repercusión   en   la  esfera  provincial  en  mayo  de  2005.  El   gobierno  de  la  Provincia  de  Entre  Ríos,   hasta   entonces,   buscaba   mantenerse   neutro,   pues   como   ya   vimos,   había   otros   departamentos   en   la   provincia   que   tenían   los   mismos   intereses   económicos   de   Uruguay,   en   lo   que   toca   a   la   producción   de   madera   y   sus   fines   industriales.       Mientras   que   el   gobierno   argentino   intentaba   tomar   la   iniciativa   de   ejecutar   una   evaluación   de   impacto   ambiental,  basado  en  lo  que  determina   el   Estatuto   del   Río   Uruguay,   fue   el   gobernador   provincial   Jorge   Busti   el   primero   en   manifestar   públicamente   que   la   República   del   Uruguay   estaba   contrariando   dicho   Estatuto.   Surge   aquí,  por  medio  de  la  manifestación  de   un   político,   una   presión   más   fuerte   sobre   el   gobierno   nacional,   para   que   tomara   una   decisión   más   drástica   contra  Uruguay.        

Los países   en   desarrollo,   deseosos   de   defender   una   autonomía   frágil   o   aún   joven,   reafirmarán   constantemente   el   carácter   sacrosanto   de   la   soberanía   nacional,  y  de  su  derecho  de  explotar  los   recursos   naturales   únicamente   en   función   de   sus   prioridades   nacionales   (Le  Prestre,  2000:131).  

Vale   notar   que   la   soberanía   territorial   no   se   confunde   con   la   libertad   de   acción   de   un   Estado   en   su   propio   territorio,   sin   considerar   los   derechos   compartidos   con   otros   países,   por   intermedio   de   compromisos   51 firmados .       Como  prueba  de  que  los  actores  locales   no  tenían  ningún  entendimiento  con  el   gobierno   nacional,   el   intento   del   gobierno   argentino   de   solicitar   la   paralización   de   las   obras   hasta   la                                                                                                                   51

Conforme   al   juicio   arbitral   del   caso   de   las   Islas   Palmas,   que   involucró   a   Estados   Unidos   y   los   Países   Bajos,   el   árbitro   Max   Huber   así   definió:   “Soberanía   territorial   es,   en   general,   una   situación   reconocida   y   delimitada   en   el   espacio,   o   por   las   fronteras   naturales   reconocidas   por   el   Derecho   Internacional,   u   otras   señales   de   delimitación   que   no   sean   objeto  de  disputa,  como  también  compromisos   legales   celebrados   por   vecinos   interesados,   tales  como  convenciones  fronterizas  o  actos  de   reconocimiento   de   Estados,   fijando   sus   fronteras”  (Machado,  2009:51).    

102


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…  

Paradiplomacia del   gobierno   de   Entre   Ríos  junto  a  OIGs       Dejando   a   un   lado   la   presión   de   los   actores  locales  y  regionales,  en  un  caso   de   actuación   internacional   que   no   pasaba   de   las   relaciones   bilaterales   entre   la   diplomacia   argentina   y   uruguaya,   la   real   preocupación   del   gobierno   de   Kirchner   de   ponerse   al   frente   del   tema   surgió   a   partir   del   momento   en   que   hubo   una   actuación   directa   de   la   Provincia   de   Entre   Ríos   ante   organizaciones   internacionales   gubernamentales   (OIGs),   como   el   Banco  Mundial  y  la  Organización  de  los   Estados  Americanos  (OEA).       Como   ya   mencionamos,   se   trataba   de   un   año   electoral.   Y   la   desconfianza   de   los   ambientalistas   y   del   gobierno   provincial  de  que  se  trataba  tan  sólo  de   una   fase   pasajera,   por   las   elecciones,   hizo   que   el   gobierno   de   Entre   Ríos   siguiera   con   la   actuación   directa   en   el   campo   internacional   (Aboud   y   Museri,   2007:13).           En   septiembre   de   2005   el   gobierno   de   la  Provincia  de  Entre  Ríos  presentó  a  la   Comisión   Interamericana   de   Derechos   Humanos   (CIDH),   de   la   OEA,   una   petición  denunciando  que:      

Según Lucía   Aboud   y   Anabella   Museri   (2007:31),   “la   Cancillería   argentina   no   ocultó   sus   reticencias   ante   esta   iniciativa,   pero   el   personal   diplomático   argentino   disponía   ya   de   un   reducido   margen   de   control   sobre   el   caso”.   Eso   nos   hace   concluir,   por   lo   tanto,   que   toda   la   paradiplomacia   de   la   Provincia   de   Entre   Ríos   era   más   que   bastante   para   determinar   los   rumbos   del   caso.   La   única   alternativa   que   se   mostraba   viable  al  gobierno  nacional  era  ceder  a   la   presión   provincial   y   llevar   la   causa   a   la   Corte   Internacional   de   Justicia   (CIJ),   institución   a   la   cual   solamente   el   Estado   Nacional,   como   sujeto   de   Derecho   Internacional,   podría   llevar   su   moción.     La   Corte   Internacional   de   Justicia   (CIJ)   era  la  alternativa  al  gobierno  argentino   para   solucionar   el   caso,   por   exigencia   de   los   gobiernos   de   Entre   Ríos   y   Gualeguaychú,  y  no  el  Tribunal  Arbitral   ad   hoc   del   MERCOSUR   (opción   del   gobierno   uruguayo),   pues   ya   se   sabía   que  este  último  juzgaría  con  base  en  el   Tratado   de   Asunción,   que   tiene   como   una  de  sus  premisas  la  libre  circulación   de  bienes  y  servicios  en  el  bloque.  Ya  se   hacía   clara   una   sentencia   favorable   a   Uruguguay52   debido   a   las   interrupciones,   por   movimientos   ambientalistas   argentinos,   de   los   puentes  que  conectan  los  dos  países.     Por  otro  lado,  en  la  Corte  Internacional   de  Justicia  (CIJ),  el  argumento  argentino  

El Estado   uruguayo   no   sólo   ha   renunciado   a   ejercitar   los   controles   ambientales   exigidos   por   normas   internacionales  para  la  instalación  de  las   plantas   de   celulosa,   sino   que   además   oculta   información   técnica   sobre   la   contaminación   a   los   argentinos   y   uruguayos   directamente   afectados   (apud  Aboud  y  Museri,  2007:31).  

                                                                                                              52

Después  de  que  el  conflicto  fue  llevadompor   el   gobierno   Uruguayo   al   Tribunal   Arbitral   del   MERCOSUR,   la   sentencia   fue   anunciada   “sosteniendo   que   el   gobierno   argentino   no   tuvo   ‘la   debida   diligencia’   y   que   manejó   con   ‘actitud  permisiva’  los  cortes  de  ruta,  por  lo  que   el  Estado  nacional  fue  hallado  ‘responsable’  de   no   haber   cumplido   con   un   compromiso   básico   del   Tratado   de   Asunción”   (Aboud   y   Museri,   2007:45).    

103


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho  

sería el   no   cumplimiento   del   Estatuto   del  Río  Uruguay  en  lo  que  respecta  a  la   obligación   de   los   países   signatarios   de   consultar   a   su   vecino   cuando   se   presente   la   realización   de   cualquier   obra   que   pudiese   causar   daños   al   curso   del  agua53.  Además,  dicho  Estatuto  trae   implícitos   Principios   de   Derecho   Internacional,   concernientes   a   los   cursos   de   aguas   internacionales,   así   como   la   utilización   equitativa   y   razonable,   obligación   de   no   causar   daños   significativos   y   obligación   general  de  cooperar  (ONU,  1997).       En   junio   de   2006,   el   gobierno   de   la   Provincia   de   Entre   Ríos   solicitó   directamente   a   la   Corporación   Financiera   Internacional   (organismo   del   Banco   Mundial)   la   realización   de   un   estudio   de   impacto   ambiental,   condicionando   a   su   resultado   todo   el   apoyo   financiero   a   las   obras.   La   solicitud  fue  acepta  por  la  Corporación,   de   modo   que   los   créditos   no   serían   liberados  en  cuanto  no  se  tuvieran  tales   resultados54   (Aboud   y   Museri,   2007:25).    

Es importante  resaltar  el  hecho  de  que   no   sólo   la   Provincia   de   Entre   Ríos   se   lanzó   de   forma   autónoma   para   actuar   en   la   esfera   internacional,   en   la   medida   que  el  gobierno  nacional  se  rehusaba  a   hacerlo,   sino   que   el   gobierno   central   también  decidió  que  Gualeguaychú  y  el   gobierno   provincial   siguieran   con   libertad  para  hacer  frente  a  las  acciones   legales   internacionales   que   consideraran   pertinentes   (El   Clarín   apud   Aboud   y   Museri,   2007:29).   Aquí   se   hace   claro   el   papel   que   ejerce   la   autonomía  dada  a  las  provincias  por  el   artículo   124   de   la   Constitución   Argentina,   para   la   actuación   en   la   esfera   internacional,   y   que   se   extiende   a  los  municipios  entrerrianos,  en  razón   del   artículo   242   de   la   Constitución   provincial.   Además,   tal   entendimiento   entre  los  niveles  de  gobierno  evidencia,   en  la  práctica,  la  gobernanza  multinivel.               Aunque  se  pueda     argumentar  que  tal     hecho  se  daba  en  año     electoral,  siendo  ambos     gobiernos  (Nacional  y  Provincial)     del  mismo  partido  y  con  el  Canciller     Rafael   Bielsa   candidato   a   Diputado   Federal,   no   convenía   a   ninguno   de   esos   actores    contraponerse  a  la  causa  de  los   ambientalistas,   pero   sería     impensable   un   total   apoyo   del   gobierno   central   a   una   actuación   internacional   de   sus   unidades   subnacionales   sin   un   fundamento   jurídico   que   impidiera   cualquier   posibilidad   de   ser   acusado   por   estar   arriesgando   la   soberanía   del   país,   renunciando   el   Jefe   de   Estado   a   sus  obligaciones.    

                                                                                                              53

Aunque  la  sentencia  de  la  Corte  Internacional   de   Justicia   no   ha   reconocido   la   posibilidad   de   daños,   como   argumentaba   el   gobierno   Argentino,   reconoció   el   no   cumplimiento   del   Estatuto  del  Río  Uruguay,  en  lo  que  respecta  a   la   obligación   de   consultar   al   país   vecino   y   realizar   el   estudio   de   impacto   ambiental   antes   de   comenzar   la   obra   (International   Court   Of   Justice,  2010).   54  Después  de  pasadas  algunas  décadas  en  que   privilegiaba   el   apoyo   al   desarrollo   económico,   sin   tomar   en   cuenta   las   amenazas   que   este   pudiera   causar   al   medio   ambiente,   el   Banco   Mundial   cambió   su   posición   a   partir   de   1984,   cuando   la   política   de   evaluación   de   proyectos   fue   oficialmente   adoptada,   siempre   que     tales   amenazas   pudiesen   provocar   graves   daños   al   medio   ambiente   (Le   Prestre,   2000,   p.   391   et   seq.).  

104


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…  

Es posible  considerar  que  el  hecho  de  la   aceptación  de  la  demanda  por  parte  del   Banco   Mundial   se   deba   a   la   visión   que   tal  institución  tiene  del  Gobernador  de   Entre   Ríos,   como   un   representante   del   Estado   –antes   de   ser   el   Jefe   del   Ejecutivo   de   una   unidad   de   la   federación.   O   sea,   su   acción   paradiplomática   tiene   la   misma   finalidad   que   cualquier   otra   desempeñada   por   un   diplomático   del   Estado   nacional,   en   busca   de   defender   los   intereses   nacionales   en   instancias   supranacionales.   Esto   fortalece   la   hipótesis   que   sostenemos,   según   la   cual   el   paradiplomata   es   un   diplomático   más   del   Estado,   pues   la   paradiplomacia   sólo   se   justifica   como   tal  cuando  camina  en  el  mismo  sentido   de   los   intereses   estatales   (Yahn   Filho,   2011).       Una   idea   que   se   sostiene   aquí   es   que   no  existe  ningún  motivo  para  impedir  la   actuación   de   los   gobiernos   subnacionales   en   el   ámbito   de   los   organismos   internacionales,   cuando   dichas   acciones   están   en   defensa   del   interés   nacional.   Al   final,   si   el   Estado-­‐ Nación   no   consigue,   o   no   quiere,   proteger   sus   unidades   subnacionales   de   efectos   devastadores   externos,   no   hay   que   impedir   que   ellas   defiendan   sus   intereses   por   sí   mismas,   a   veces   contribuyendo   con   el   propio   Estado-­‐ Nación   (Kincaid,   1990:56).   Más   específicamente,   en   el   caso   de   las   empresas   de   celulosa   el   interés   nacional   está   asociado   a   un   tema   de   seguridad  ambiental.         Noé  Cornago  elabora  la  idea  de  que  los   temas   de   seguridad   internacional,   hasta   entonces   tenidos   como   de   responsabilidad   exclusiva   del   gobierno  

central, pasan   a   ser   también   de   responsabilidad   de   los   gobiernos   subnacionales,   en   la   medida   que   sus   efectos   son   experimentados   directamente   en   el   ámbito   local.   Más   aún,  la  propia  centralidad  de  la  gestión   de   asuntos   concernientes   a   la   seguridad   internacional,   como   el   medio   ambiente,   causaba   dificultad   para   que   el   gobierno   nacional   llegara   a   la   solución   o   actuara   en   provecho   del   Estado   y,   como   consecuencia,   en   provecho   del   territorio   más   afectado   (Cornago,  1999).        Nuevamente  veamos  qué  dice  el  autor:       Uno   de   los   más     sorprendentes  aspectos   de   las   transformaciones   de   las   relaciones   internacionales   contemporáneas   es   el   modo   como   la   agenda   de   aquellos   responsables   por   la   seguridad  del  Estado  empezó  a  adquirir,   en   los   últimos   años,   una   inesperada   similitud   con   las   preocupaciones   convencionales   de   muchos   gobiernos   regionales   responsables   por   la   administración   de   regiones   fronterizas.   La   literatura   acerca   de   relaciones   de   cooperación   y   conflicto   en   las   más   distintas   regiones   del   planeta   (…)   parece,   de   una   cierta   manera,   anticipar   muchas  de  las  áreas  que  se  han  tornado,   en   los   últimos   años,   parte   de   la   nueva   agenda   de   seguridad:   la   administración   de   recursos   naturales   y   regiones   compartidas  (...)  (Cornago,  1999:50).  

  De   acuerdo   con   Noé   Cornago,   no   importa   cuál   sea   el   nivel   de   gobierno   que   esté   actuando   en   temas   de   seguridad   internacional,   pues   el   hecho   es   que   son   manifestaciones   diferentes   sobre  los  mismos  temas  en  la  sociedad   internacional   (Cornago,   1999:51).   Así,   cuando   se   trata   de   seguridad   ambiental,   teniendo   en   cuenta   la   amenaza   de   contaminación   de   un   río   105  


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho   particularmente   en   el   dominio   del   medio  ambiente  (Le  Prestre,  2000:114).  

internacional, cualquier   actuación   del   gobierno   local   de   frontera   debe   ser   vista  como  defensa  del  país  y  de  todos   aquellos   que   puedan   compartir   aquellas  aguas,  especialmente  aquellos   que   habitan   en   la   zona   de   contaminación.       En   consonancia   con   la   tesis   de   Neil   Brenner,  Noé  Cornago  defiende  que  “es   preciso   crear   nuevas   instituciones,   y   nuevos   modos   de   atribución   de   responsabilidades   y   co-­‐decisión”,   pues   “estamos   frente   a   un   fenómeno   en   el   cual  los  gobiernos,  no  importa  cuál  sea   el   nivel,   están   teniendo   que   responder   por   problemas   globales,   lo   que   lleva   más  allá  de  la  idea  convencional  de  que   solamente   las   políticas   exteriores   y   nacionales  son  formuladas  para  tal  fin”   (Cornago,  1999:52).       Retomando   la   respuesta   del   Banco   Mundial   a   la   demanda   del   gobernador   de   Entre   Ríos,   es   válido   percibir   que   la   paradiplomacia   gana   mayor   peso   en   la   medida  que  consigue,  también,  traer  al   juego   actores   internacionales   con   mayor   grado   de   influencia.   Actores   supranacionales   que   tienen   herramientas   capaces   de   presionar   aquellos   que   dependen   de   sus   inversiones.      

Así,   de   no   haber   sido   por   la   manifestación   liderada   por   la   Provincia   de  Entre  Ríos,  con  su    llegada  al  Banco   Mundial,  éste  no  habría  colaborado  con   la   continuidad   del   tema,   indirectamente   presionando   el   gobierno   argentino   a   un   mayor   involucramiento   y   también   presionando   el   gobierno   uruguayo   para   actuar   de   manera   opuesta   a   sus   pretensiones,   viéndose   obligado   a   hacer  el  estudio  de  impacto  ambiental.   Ambas  presiones  resultarían  en  un  caso   presentado   ante   la   Corte   Internacional   de   Justicia   y   el   Tribunal   Arbitral   del   MERCOSUR.       Aunque   las   presiones   advenidas   del   Banco   Mundial   hayan   servido   a   la   exasperación  de  las  tensiones  entre  los   dos   países,   se   percibe   que   la   mejor   solución,   desde   el   punto   de   vista   de   la   OIG,  era  el  entendimiento  entre  los  dos   Estados.         Aun   así,   ningún   entendimiento   es   posible   sin   la   participación   de   organismos   que   ayuden   a   reflejar   los   tratados   que   emmarcan   la   cuestión.   Si   se  deja  que  dos  actores,  con  opiniones   divergentes   acerca   de   una   misma   causa,   busquen   por   sí   solos   llegar   a   un   acuerdo,   quizá   jamás   se   llegue   a   alguna   solución   que   ponga   término   a   la   problemática.       El   “involucramiento”   del   Banco   Mundial,   promovido   por   el   gobierno   de   Entre   Ríos   para   que   se   entretejiera   en   el  caso,  llevó  al  gobierno  de  Kirchner  a   ponerse  al  frente  del  problema  y  llevar  

Los partidarios   de   las   OIGs   (…)   insisten   en  los  siguientes  aspectos:       b)   Algunas   organizaciones   son   capaces   de   influenciar   la   política   exterior   de   un   país   e   imponer   ciertas   condiciones.   Los   ejemplos   más   conocidos   son   el   Fondo   Monetario   Internacional   (FMI)   y   el   Banco   Mundial,   que   imponen   condiciones   financieras   y   políticas   para   la   obtención   de   sus   préstamos,  

106


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…  

el caso   a   la   Corte   Internacional   de   Justicia.   De   no   haber   sido   por   esta   petición,   seguramente   existiría   todavía   el   conflicto   entre   la   provincia   y   el   gobierno   uruguayo,   cada   uno   con   su   punto  de  vista,  y  el  gobierno  argentino   alejado   del   tema,   sobre   todo   después   de   las   elecciones.   Tal   escenario   seguramente   traería   como   consecuencia   las   constantes   manifestaciones   en   el   puente   de   Gualeguaychú,   con   las   empresas   de   celulosa   construidas   sin   estudio   de   impacto  ambiental.      

  De   este   modo,   se   puede   afirmar   que   cuanto   más   grande   es   el   territorio   de   un   país,   mayor   será   la   importancia   de   los  actores  locales  para  transformar  en   cuestión   de   Estado   un   hecho   dado,   enseñando  al  resto  de  la  población  y  a   los   más   altos   niveles   de   gobierno   la   importancia  de  aquel  tema  para  el  país   como  un  todo.       El   papel   desempeñado   por   el   gobierno   de   Entre   Ríos   fue   de   importancia   fundamental   para   la   llegada   del   caso   a   la  Corte  Internacional  de  Justicia,  como   cuestión   de   interés   y   seguridad   nacional,  pero  teniendo  la  participación   de   actores   no   gubernamentales   como   punto  de  partida.       A   pesar   de   que   algunos   autores   conciban   a   la   paradiplomacia   como   consecuencia   de   la   búsqueda   por   la   internacionalización   de   intereses   localizados,   de   parte   de   los   gobiernos   subnacionales,  se  puede  percibir  que  el   Estado   nacional,   gracias   a   tal   acción   paradiplomática,   se   ve   en   posibilidad   de  conocer,  o  comprender  mejor,  casos   de  interés  nacional  de  los  cuales  aún  no   se   haya   percatado   –o   acerca   de   los   cuáles  no  querría  definir  una  posición.       Así,   se   refuerza   nuestra   hipótesis   de   que   la   paradiplomacia   es   un   complemento   a   la   diplomacia   del   Estado,   que   no   debe   ser   vista   como   algo  que  le  disminuye  su  fuerza,  sino  al   contraio,   la   aumenta,   bien   como   lo   hace   con   la   soberanía   nacional.   O   sea,   aunque   algunos   autores   ubiquen   a   la   paradiplomacia   como   consecuencia   de   una   disminución   de   la   importancia   del  

CONCLUSIÓN

  La   acción   de   los   gobiernos   subnacionales   es   relevante   para   la   defensa   de   intereses   nacionales,   principalmente   cuando   tales   intereses   están   restringidos   a   espacios   territoriales   muy   pequeños.   Tomado   el   caso   de   las   empresas   de   celulosa,   se   constata   que   los   actores   locales   que   manifiestan   su   opinión   de   manera   activa   son   solamente   aquellos   que   se   sienten   directamente   amenazados   por   las   posibles   consecuencias   de   los   impactos   ambientales   de   dichos   emprendimientos.       Tomando   en   cuenta   que   el   gobierno   argentino   no   había   tomado   la   causa   como  algo  de  interés  nacional,  dejando   clara   su   intención,   a   priori,   de   no   impedir   la   construcción   de   las   empresas,  se  concluye  que,  si  no  fuera   por   la   actuación   del   Municipio   de   Gualeguaychú,   y   aún   más,   de   la   Provincia   de   Entre   Ríos,   este   caso   no   se   hubiera   convertido   en   una   cuestión   de   seguridad   ambiental   internacional,   llegando  a  la  Corte  de  la  Haya.    

107


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                          Armando  Gallo  Yahn  Filho  

territorio, se   concluye   aquí   que   es   al   contrario,   pues   ella   sirve   al   fin   y   al   cabo   para  valorarlo.         En   este   sentido,   el   tipo   de   autonomía   que   la   Constitución   argentina   atribuyó   a   sus   provincias   otorga   a   sus   gobernantes   el   estatus   de   diplomático,  

de modo   que   sus   acciones   en   ámbito   internacional  son  realizadas  en  defensa   de   la   soberanía   nacional,   siendo   su   única   restricción   la   política   exterior   y,   claro,   todo   lo   que   va   en   contra   de   los   intereses  de  la  Nación.      

REFERENCIAS    

Aboud, Lucía   y   Museri,   Anabella   (2007),   “En   caída   libre.   Del   diferendo   al   conflito”   en   Palermo,   Vicente   y   Reboratti,   Carlos,   Del   otro   lado   del   río:   ambientalismo   y   política   entre   uruguayos   y   argentinos,   Buenos  Aires,  Edhasa,  1ª  ed.,  pp.  15-­‐56.   Argentina   (1994),   Constitución   de   la   Nación   Argentina,   Buenos   Aires,   en   http://www.senado.gov.ar/web/consnac/consnac.htm.   Bache,  Ian  y  Flinders,  Matthew  (2004),  “Themes  and  issues  in  multi-­‐level  governance”  en  Bache,  Ian  y   Flinders,  Matthew  (ed.),  Multi-­‐level  governance,  Oxford,  Oxford  University  Press,  pp.  1-­‐11.   Brenner,  Neil  (2009),  “Restructuring,  Rescaling,  and  the  Urban  Question”,  Critical  Planning,  volume  16,   Summer,  pp.  61-­‐79.     _____   (2004),   New   State   Spaces:   urban   governance   and   the   rescaling   of   statehood.   Oxford,   Oxford   University  Press.   Colacrai,   Miryam   (2008),   “Las   plantas   de   celulosa   sobre   el   río   Uruguay   y   el   rol   de   los   actores   subnacionales   gubernamentales   en   la   proyección   de   la   Política   Externa   del   lado   argentino.   Acciones,   tensiones   políticas   y   negociaciones   diplomáticas.   2003-­‐2007”,   Temas   y   Debates,   volumen  15,  dossier,  agosto,  pp.  9-­‐33.         Colacrai,   Miryam   y   Zubelzú,   Graciela   (2004),   “Las   vinculaciones   externas   y   la   capacidad   de   gestión   internacional   desplegadas   por   las   províncias   argentinas   en   la   última   década.   Una   lectura   desde   las   relaciones   internacionales”   en   Vigevani,   Tullo   et   al.   (org.),   A   dimensão   subnacional   e   as   relações  internacionais.  São  Paulo,  EDUC  y  Ed.  Unesp,  Bauru,  EDUSC,  pp.  313-­‐344.   Cornago,   Noé   (1999),   “Diplomacy   and   paradiplomacy   in   the   redefinition   of   international   security:   dimensions   of   conflict   and   co-­‐operation”   en   Aldecoa,   Francisco   y   Keating,   Michael   (ed.),   Paradiplomacy   in   action:   the   foreign   relations   of   subnational   governments.   Londres,   Frank   Cass   Publishers,  pp.  40-­‐57.   Duchacek,  Ivo  D.  (1990),  “Perforated  Sovereignties”  en  Michelmann,  Hans  J.  y  Soldatos,  Panayotis  (Ed.),   Federalism  and  international  relations.  Oxford:  Oxford  University  Press,  1990.  p.  1-­‐33.     International  Court  of  Justice  (2010),  Judgement  of  the  Case  Concerning  Pulp  Mills  on  the  River  Uruguay,   The  Hague,  en  http://www.icj-­‐cij.org/docket/files/135/15877.pdf.   Keating,   Michael   (1999),   “Regions   and   international   affairs:   Motives,   opportunities   and   strategies”   en   Aldecoa,   Francisco   y   Keating,   Michael   (ed.),   Paradiplomacy   in   action:   the   foreign   relations   of   subnational  governments.  Londres,  Frank  Cass  Publishers,  pp.  1-­‐16.   Kincaid,   John   (1990),   “Constituent   diplomacy   in   federal   politics   and   the   nation-­‐state:   conflict   and   co-­‐ operation”   en   Michelmann,   Hans   y   Soldatos,   Panayotis,   Federalism   and   International   Relations:   the  role  of  subnational  units,  Oxford,  Oxford  Clarendon  Press,  pp.  54-­‐75.     Lucca,  Juan  y  Pinillos,  Cintia  (2007),  “Avatares  de  la  política  entrerriana  a  propósito  del  conflicto  de  las   papeleras”  en  Palermo,  Vicente  y  Reboratti,  Carlos,  Del  otro  lado  del  río:  ambientalismo  y  política   entre  uruguayos  y  argentinos,  Buenos  Aires,  Edhasa,  1ª  ed.,  pp.  149-­‐166.   Le  Prestre,  Philippe  (2000),  Ecopolítica  Internacional,  São  Paulo,  Senac.   Machado,  Paulo  Affonso  Leme  (2009),  Direito  dos  Cursos  de  Água  Internacionais,  São  Paulo,  Malheiros.   Ohmae,   Kenichi   (1996),   O   Fim   do   Estado-­‐nação:   a   ascensão   das   economias   regionais.   Rio   de   Janeiro,   Campus.  

108


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                              La  influencia  de  los  actores  subnacionales  argentinos…   Organización   de   las   Naciones   Unidas   –   ONU   (1997),   Convención   sobre   el   derecho   de   los   usos   de   los   cursos   de   agua   internacionales   para   fines   distintos   de   la   navegación,   Nova   Iorque,   en   http://www.un.org/Docs/asp/ws.asp?m=A/RES/51/229.   Provincia   de   Entre   Ríos   (2008),   Constitución   de   la   Provincia   de   Entre   Ríos,   Paraná,   en   http://www.portalbioceanico.com/er_politicaconstlegisl_constitucion-­‐2008.htm.   Reboratti,  Carlos  (2007),  “Ambientalismo  y  conflito  ambiental  en  el  río  Uruguay”  en  Palermo,  Vicente  y   Reboratti,   Carlos,   Del   otro   lado   del   río:   ambientalismo   y   política   entre   uruguayos   y   argentinos,   Buenos  Aires,  Edhasa,  1ª  ed.,  pp.  129-­‐148.   Waltz,  Kenneth  (2002).  Teoria  das  Relações  Internacionais.  Lisboa,  Gradiva,  1ª  ed.   Yahn  Filho,  Armando  Gallo  (2011),  “Relações  Internacionais  e  atores  subnacionais:  um  estudo  de  caso  da   inserção  internacional  da  Região  Metropolitana  de  Campinas”,  tesis  de  doctorado  em  Ciência  Política,   Universidade  Estadual  de  Campinas  (UNICAMP),  marzo.    

        Procedimiento de participación          Los interesados en presentar una ponencia, un panel, una publicación reciente o un taller,    podrán someter su propuesta mediante el envío del formato respectivo (disponibles en la  página web de AMEI: www.amei.mx). Solamente podrán presentar ponencias las personas    que cuenten con el grado académico mínimo de licenciatura; las únicas excepciones serán    los  estudiantes  de  licenciatura  que  hayan  concluido  su  tesis  y  estén  en  trámites  de    titulación  y  los  internacionalistas  con  una  reconocida  trayectoria  profesional.  Para    participar,  no  es  necesario  ser  miembro  de  la  AMEI,  sin  embargo,  es  deseable  que  los    participantes se afilien a la Asociación. Cuando se trate de propuestas de paneles, por lo    menos uno de los participantes deberá ser miembro de la Asociación y estar al corriente    de sus pagos.     

Los formatos  para presentar propuestas se encuentran disponibles en la página web de  amei: www.amei.mx.      El  formato  de  propuesta  deberá  enviarse  al  correo  electrónico:  CONVOCATORIA AL XXVI CONGRESO ANUAL DE AMEI (2012)  propuestas_ponencias@amei.mx  (esta  cuenta  recibirá  exclusivamente  propuestas  de  ASOCIACIÓN MEXICANA DE ESTUDIOS INTERNACIONALES A.C.  ponencias y paneles, así como de presentación de libros y talleres). Las propuestas serán    de  Subcomités,  quienes  definirán  la  evaluadas  por  el  Comité  Académico,  a  través  D EL  11  AL  13  DE OCTUBRE DE  2012  aceptación de las mismas. Una vez aceptadas, se enviará vía correo electrónico la carta de  COMPLEJO CULTURAL UNIVERSITARIO, PUEBLA, PUEBLA  aceptación.       La fecha límite para el envío de propuestas es el 3 de julio de 2012. Una vez transcurrida     esta fecha se cerrará la recepción de las mismas. El Comité académico informará sobre la  aceptación de las propuestas a más tardar el 15 de agosto de 2012.     Las  versiones  finales  de  las  ponencias  deberán  ser  enviadas  a  más  tardar  el  24  de  Calendario  septiembre  de  2012  a  través  del  correo  electrónico  ponencias_final@amei.mx  para  su   incorporación a la memoria del Congreso, que se distribuirá durante el evento en formato  Publicación de la convocatoria: 6 de febrero de 2012  de  CD‐Rom.  Esta  cuenta  de  correo  electrónico  recibirá  exclusivamente  las  versiones  Envío de propuestas: hasta el 3 de julio de 2012  finales de las ponencias. El Comité Organizador se reserva el derecho de no incluir en el  Confirmación de aceptación: a más tardar el 15 de agosto de 2012  programa  final  aquellas  ponencias  cuyas  presentaciones  no  se  hayan  entregado  Envío de versiones finales de las ponencias: hasta el 24 de septiembre de 2012  oportunamente.      La versión final de la ponencia debe ser entregada en PDF, con interlineado de 1.5, letra  Arial 12, con márgenes superior e inferior de 2.5 cm e izquierdo y derecho de 3 cm. Las  Bases    La  109   notas  a  pie  irán  en  10  puntos  a  espacio  sencillo.  Las  páginas  deben  estar  Asociación  Mexicana  de  Estudios  Internacionales  (AMEI),  en numeradas  conjunto de  con  la  manera consecutiva. Para las citas, referencias bibliográficas y bibliografía se recomienda  Benemérita  Universidad  Autónoma  de  Puebla  (BUAP),  la  Universidad  de  las  Américas  utilizar alguno de los dos sistemas de citación: Manual de Chicago, 15ª versión,  o Manual  Puebla  (UDLA‐P)  y  la  Universidad  Popular  Autónoma  del  Estado  de  Puebla  (UPAEP), 


AMAIE: Impulsando  la  acción  internacional  de  los  gobiernos  locales     La  Asociación  de  Oficinas  de  Asuntos  Internacionales  de  los  Estados  A.C.  (AMAIE),  nace   oficialmente   en   el   2009   y   actualmente   se   conforma   por   16   asociados   (incluyendo   al   Distrito   Federal)   y   un   Consejo   Consultivo   conformado   por   académicos   especialistas   y   autoridades  en  la  materia.     AMAIE  tiene  como  objetivo  principal  articular,  coordinar  y  fortalecer  las  actividades  de   las   oficinas   de   asuntos   internacionales   de   los   gobiernos   estatales   mexicanos   (equivalentes  a  las  provincias,  departamentos  o  regiones  en  otros  países),  colaborando   con   los   distintos   niveles   de   gobierno,   los   actores   internacionales   y   los   distintos   sectores   sociales,   con   el   fin   de   favorecer   el   desarrollo   integral   de   las   comunidades   mexicanas.       A  pesar  de  ser  una  asociación  relativamente  joven,    AMAIE  ha  incrementado  la  red  de   actores   con   los   que   se   vincula,   iniciando   una   agenda   dinámica   de   convenios   y   proyectos   conjuntos   en   beneficio   de   sus   estados   asociados.   Algunos   de   ellos   son:   la   Asociación  de  Directores  y  Responsables  de  Relaciones  Internacionales  y  Cooperación   Descentralizada  de  los  gobiernos  locales  franceses  (ARRICOD),  la  Asociación  Ciudades   Unidas   de   Francia   (CUF),   la   Federación   Canadiense   de   Municipalidades   (FCM),   el   gobierno   francés   y   la   Agencia   Mexicana   de   Cooperación   Internacional   para   el   Desarrollo  (AMEXCID).     Aunque   no   todos   los   estados   en   México   cuentan   con   una   oficina   de   asuntos   internacionales,   todos   ellos   tienen   una   agenda   de   actividades   e   intercambios   internacionales,  por  lo  que  AMAIE  apuesta  por  la  adhesión  de  los  15  estados  restantes   y   por   apoyar   a   los   diferentes   gobiernos   en   el   fortalecimiento   de   su   acción   internacional.     CONTACTO:  

Asociación  Mexicana  de  Oficinas  de  Asuntos  Internacionales  de  los  Estados  A.C.     Paseo  del  Río  118,  Col.  Chimalistac,  México,  D.F.,  C.P.  01080   Teléfonos:  +52(55)-­‐56627918,23  y  26     www.amaie.org.mx   Correo  electrónico:  secretariatecnica.amaie@gmail.com  /   cynthiamorenom@gmail.com   Facebook:  Amaie  Ac   Twitter:  @AMAIEmex  

110  


111


Tratado de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente:   Dimensión  internacional  de  la  política  ambiental  de  la   provincia  de  San  Luis         Abstract  

Agustina Rodríguez  Saá,  Pedro  Wouterlood  Sapag  y  Rosendo  Alsina  

The   study   of   international   relations   of   sub-­‐national   governments,   commonly   called   paradiplomacy,   involves   many   aspects   that   have   been   pointing   out   by   the   literature   in   the   framework   of   an   innovative   research  program.  This  article  aims  to  contribute  to   this   process,   analyzing   the   external   actions   of   San   Luis   province   of   Argentina,   in   the   field   of   environment.   The   article   outlines   a   conceptual   framework   that   will   apply   to   a   series   of   paradiplomacy  activities  carried  out  by  the  province.     Key  words:  International  Relations,  sub-­‐national   governments,  environment,  paradiplomacy,   provinces,  San  Luis,  Argentina.     Resumo  

© Adriana  Roque  2012.  

TREATY OF  PEACE  BETWEEN  ENVIRONMENT  AND  PROGRESS:  INTERNATIONAL  DIMENSION   OF  SAN  LUIS’  ENVIRONMENTAL  POLICY.    

TRATADO DE  PAZ  ENTRE  PROGRESSO  E  MEIO  AMBIENTE:  DIMENSÃO  INTERNACIONAL  DA   POLÍTICA  AMBIENTAL  DA  PROVÍNCIA  DE  SAN  LUIS.     O  estudo  das  relações  internacionais  das  unidades  subnacionais,  comumente  chamado   paradiplomacia,   envolve   múltiplos   aspectos   que   a   bibliografia   vem   destacando   em   um   novo   programa   de   pesquisa.   O   presente   trabalho   aspira   aportar   a   dito   processo   o   estudo   das   ações   exteriores   da   província   argentina   de   San   Luis,   no   âmbito   do   meio   ambiente.  Para  isso  se  esboça  um  marco  conceitual  que  aplicará  logo  a  uma  serie  de   atividades  do  tipo  paradiplomático  efetivadas  na  província.     Palavras-­‐chave:  Relações  exteriores,  unidades  subnacionais,  meio  ambiente,   paradiplomacia,  províncias,  San  Luis,  Argentina.

112  


TRATADO DE  PAZ  ENTRE  PROGRESO  Y   MEDIO  AMBIENTE:  DIMENSIÓN   INTERNACIONAL  DE  LA  POLÍTICA   AMBIENTAL  DE  LA  PROVINCIA  DE     SAN  LUIS     Resumen  

Agustina Rodríguez   Saá,  Pedro  Wouterlood  Sapag  y     Rosendo  Alsina      

El estudio   de   las   relaciones   internacionales   de   las   unidades   subnacionales,   comúnmente   llamado   paradiplomacia,   involucra   múltiples   aspectos   que   la   bibliografía  viene  señalando  en  el  curso  de  un  novedoso  programa  de  investigación.   El   presente   trabajo   aspira   a   aportar   a   dicho   proceso   el   estudio   de   las   acciones   exteriores  de  la  provincia  argentina  de  San  Luis,  en  el  ámbito  del  medio  ambiente.   Para  ello  esboza  un  marco  conceptual  que  aplicará  luego  a  una  serie  de  actividades   de  tipo  paradiplomático  llevadas  adelante  por  la  provincia.       Palabras   clave:   Relaciones   exteriores,   unidades   subnacionales,   medio   ambiente,   paradiplomacia,   provincias,  San  Luis,  Argentina.      

INTRODUCCIÓN

exteriores de   las   unidades   públicas   subnacionales,   a   través   del   estudio   de   caso  de  la  paradiplomacia  ambiental  de   una  provincia  argentina.     Hemos   estructurado   el   trabajo   en   una   primera   parte   que   establece   un   marco   de   análisis,   caracterizando   a   la   paradiplomacia  en  general  y  en  relación   con   la   materia   medioambiental.   A   ello   le  sigue  una  segunda  parte  dedicada  al   estudio   del   caso   San   Luis   en   sus   aspectos   generales   y   en   las   acciones   particulares   llevadas   a   cabo   en   contacto  con  el  plano  internacional.    

El

estudio de   casos   es   una   herramienta   metodológica   interesante   para  el  progreso  del  conocimiento  en  el   marco   de   las   ciencias   sociales.   El   presente  trabajo  se  propone  analizar  la   actividad   desarrollada   por   la   provincia   de   San   Luis,   estado   federado   de   la   República   Argentina,   en   materia   de   medio  ambiente  y  en  vinculación  con  el   ámbito   internacional.   Aspiramos   de   este   modo   realizar   un   aporte   a   la   investigación   de   las   relaciones     113  


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina    

MARCO DE  ANÁLISIS  

A   este   respecto   podemos   enfocar   los   factores   que   movilizan   a   los   entes   subnacionales   a   actuar   allende   las   fronteras  del  Estado-­‐nación,  las  áreas  o   tipos   de   actividad   en   que   esas   relaciones  se  manifiestan  y,  por  último,   los   perfiles   que   puede   atribuirse   a   ese   accionar.   Factores.  De  acuerdo  con  Iglesias  et  al.   (2009),   se   pueden   distinguir   tres   factores   que   dinamizan   la   acción   exterior   de   los   entes   subnacionales   en   Argentina,  a  saber:       • Voluntad   política   y/o   capacidad   institucional.  Ya  sea  por  un  aparato   institucional   estable   encargado   de   generar   y   mantener   relaciones   internacionales,   o   por   la   voluntad   política   y   visión   de   sus   gobernadores.   Ambos   componentes   parecen   mostrarse   como   alternativos,   ya   que   si   la   provincia   cuenta   con   un   aparato   institucional,   su   política   de   relacionamiento  externo  dependerá   menos   de   la   visión   del   gobernador   circunstancial.   De   todos   modos,   no   tienen   por   qué   considerarse   solamente   alternativos,   ya   que   pueden   complementarse,   por   ejemplo,   cuando   la   voluntad   política   del   gobernador   genera   un   foco  institucional  perdurable.       • Geopolítica.   La   localización   de   las   provincias   es   un   generador   y   dinamizador   importante   de   la   actividad   paradiplomática,   ya   que   en   el   caso   de   las   provincias   que   limitan   con   otros   países   se   presenta   un   factor   estructural   (Zubelzú,   2008)   que   ineludiblemente   desemboca   en   actividades   de  

  Recurriendo   a   parte   de   la   creciente   bibliografía   dedicada   al   tema,   seleccionaremos   algunos   aspectos   relativos   a   la   caracterización   de   las   relaciones   internacionales   de   los   entes   subnacionales   en   general,   para   luego   ponerlos   en   contacto   con   la   materia   específicamente   ambiental.   Ello   nos   permitirá   establecer   un   marco   teórico   dentro   del   cual   encuadrar,   en   el   apartado   siguiente,   el   caso   de   la   provincia  de  San  Luis.       Caracterización  general  de  la   paradiplomacia       Cuando   hablamos   de   paradiplomacia,   entendida   como   la   proyección   de   las   unidades   subnacionales   allende   las   fronteras   del   Estado-­‐nación   que   las   contiene,   vinculamos   dos   planos:   el   internacional   o   global   y   el   subnacional   o   local,   permeando   el   plano   de   lo   nacional  o  estatal.         Tomando   a   dicho   fenómeno   como   un   dato,   corresponde   a   continuación   observar   los   diversos   aspectos   que   caracterizan   a   las   relaciones   internacionales   subnacionales.   Dado   que   la   provincia   de   San   Luis   es   una   unidad   federada   de   la   República   Argentina,  hemos  acudido  a  bibliografía   surgida   de   investigaciones   del   ámbito   argentino,   con   el   fin   de   entrar   en   diálogo   con   el   proceso   de   formulación   de   marcos   analíticos   que   se   viene   realizando   en   el   país.   Es   por   ello   que   utilizaremos   los   términos   “unidades   o   entes   subnacionales”   y   “provincias”   alternativamente  y  como  sinónimos.    

114


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

  •

coordinación a   través   de   las   fronteras.   Si   bien   la   geopolítica   no   es   un   limitante   para   las   provincias   mediterráneas,   debe   reconocerse   como   factor   primordial   de   paradiplomacia   para   las   provincias   limítrofes.   Economía.   Relacionado   sobretodo   con   el   comercio   exterior,   es   un   factor   determinante   de   política   externa   para   las   provincias   exportadoras.   La   obtención   de   recursos  también  se  presenta  como   un  estímulo  a  la  paradiplomacia,  en   relación   con   el   financiamiento   a   través   de   la   cooperación   internacional   y   multilateral   (De   Marsilio,  s.f.e.).    

  Manifestaciones.   Son   múltiples   las   áreas   o   tipos   de   actividad   que   las   unidades   subnacionales   encaran   en   la   arena   global,   por   lo   que   las   clasificaciones   y   enumeraciones   son   también  numerosas  y  variables.  En  este   aspecto,  si  bien  utilizaremos  parte  de  la   bibliografía   que   venimos   siguiendo,   introduciremos   algunos   matices   que   nos   permiten   hablar   de   tres   grandes   grupos  compuestos:         • Políticas   sustantivamente   internacionales.   Son   aquellas   que   en   su   definición   misma   involucran   relación  con  el  ámbito  externo.     -­‐ Políticas   transfronterizas.   De   íntima   conexión   con   el   factor   geopolítico   de   la   paradiplomacia,   este   tipo   de   acciones   incluye   todo   lo   relativo  a  la  gestión  de  recursos   naturales   compartidos,  

115

conexiones físicas  por  medio  de   infraestructura,   migraciones,   etc.   (De   Marsilio,   s.f.e.).   Debe   incluirse   aquí   la   formación   de   macro-­‐regiones   con   entes   subnacionales   de   países   fronterizos  (Iglesias  et  al.,  2009;   Merlo,  2011).     -­‐  Comercio   exterior.   Se   trata   quizás   una   de   las   áreas   más   antiguas   y   desarrolladas   de   la   paradiplomacia  argentina.     Políticas   adjetivamente   internacionales.   Por   oposición   a   las   anteriores,   en   este   caso   la   relación   con   el   ámbito   externo   viene   a   incorporarse   a   políticas   que   son   en   primer   lugar   y   sustantivamente   de   resorte   local.   Ocurre   cuando   “numerosas   cuestiones   y   políticas   tradicionalmente   de   impacto   doméstico  incrementan  su  conexión   externa”  (Zubelzú,  2008:87).     -­‐ Ramificaciones   internacionales   de   políticas   locale.   Las   relaciones   exteriores   de   las   provincias   se   configuran   como   relativas   a   políticas   específicas,   en   contraste   con   lo   que   sería   una   política   exterior   general   (Iglesias   et   al.,   2009).   Involucra   áreas   tales   como   el   turismo,   la   cultura  y  el  medio  ambiente.     -­‐ Asistencia   técnica   y   cooperación   internacional   para   proyectos   locales.   Aquellas   acciones  dirigidas  a  la  captación   de   fondos   y   a   la   cooperación   técnica   en   proyectos   y   otras   actividades   locales,   en   el   marco   de   la   cooperación   multilateral,   bilateral,   y   descentralizada   (De   Marsilio,   s.f.e.;   Iglesias   et   al.,  


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina    

2009).  También  se  trata  de  una   dimensión   adjetiva   porque   se   configura   como   herramienta   para   las   políticas   locales,   aunque   su   desarrollo   progresivo   permite   avizorar   su   transformación   en   un   área   de   política   general   y   autónoma,   y   en   ese   caso   pasaría   a   ser   sustantivamente  internacional.     Políticas   con   proyección   internacional   relativas   a   otros   niveles   de   gobierno.   Si   bien   implican   relación   de   los   entes   subnacionales   con   el   plano   internacional,   la   misma   se   canaliza   involucrando   a   otros   niveles   de   gobierno.  

internacionales estado  argentino.    

del

  Perfiles   de   la   gestión   internacional   de   las   provincias.   Para   caracterizarla   se   han   elaborado   cuatro   criterios   ordenadores  (Zubelzú,  2008):     • Trayectoria.   Según   este   criterio   la   gestión   internacional   de   las   provincias   puede   ser   reciente   o   contar   ya   con   una   cierta   experiencia.   Del   mismo   modo,   puede   tratarse   de   una   acción   continua  o  que  evidencie  altibajos.     • Institucionalización.   Se   refiere   a   la   modalidad   de   organización   de   la   gestión   externa   en   lo   referido   al   organigrama   de   las   administraciones   provinciales.   En   este   caso,   puede   estar   centralizada   en   una   repartición   o   descentralizada.   La   descentralización   predomina   cuando   se   trata   de   “ramificaciones   internacionales   de   políticas   locales”,   ya   que   en   esos   casos   las   distintas   reparticiones   que   “poseen   funciones  sobre  temas  internos  van   involucrándose   en   la   gestión   internacional”  (Zubelzú,  2008:85).     • Temática.  Este  criterio  tiene  que  ver   con   las   áreas   temáticas   en   las   que   las   provincias   desarrollan   paradiplomacia,   que   pueden   ser   diversas   o   concentrarse   en   pocos   temas.     • Iniciativa.   Tiene   que   ver   con   el   grado   de   iniciativa   evidenciada   por   la   unidad   subnacional   en   su   actuación   en   el   escenario   exterior   en   relación,   sea   como   respuesta   a   estímulos   estructurales   (provincia  

− Relaciones municipales,   hermanamientos,   etc.   Hay   toda   una   dimensión   de   la   paradiplomacia   relativa   a   los   municipios   y  ciudades  (Iglesias  et  al.,   2009).   − Formación   de   la   política   nacional   o   impacto   en   ella.   Consiste   en   la   participación   de   las   provincias,   a   través   de   diversos   mecanismos   tanto   formales   como   informales,   en   la   formulación  de  la  política   exterior   de   la   nación,   en   aquellas   materias   en   las   que   las   unidades   subnacionales   entienden   tener   un   interés   primordial   (De   Marsilio,   s.f.e.),   o   el   impacto   de   medidas   de   gestión   provincial   en   las   relaciones  

116


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

limítrofe, mercado   externo),   que   la   configuran   como   gestión   reactiva;   sea   como   propia   iniciativa   para   abrir   “nichos   o   espacios   para   vincularse   en   buena   medida   en   función   de   algunas   metas   claras   y   alto   compromiso   de   las   máximas   autoridades”   (Zubelzú,   2008:103),   lo   que   la   configura   como   una   gestión  activa.      

global. La   declaración   de   aquella   primera   conferencia   manifiesta   en   su   sexta  proclama:     “La   defensa   y   el   mejoramiento   del   medio   ambiente   humano   para   las   generaciones  presentes  y  futuras  se  han   convertido   en   meta   imperiosa   de   la   humanidad,   y   ha   de   perseguirse   al   mismo   tiempo   que   las   metas   fundamentales  ya  establecidas  de  la  paz   y   el   desarrollo   económico   y   social   en   todo   el   mundo,   y   de   conformidad   con   ellas.”    

Paradiplomacia  y  medio  ambiente       Durante  la  segunda  posguerra  dio  inicio   un   proceso   de   globalización   consolidado   luego   del   fin   de   la   Guerra   Fría.   El   desarrollo   sustentable   constituye   una   de   las   primeras   políticas   típicamente   globales   de   esta   era.   De   ese  modo,  las  acciones  a  nivel  regional,   nacional   y   subnacional   en   materia   de   medio   ambiente   se   encuadran   en   una   agenda   global   y,   en   consecuencia,   emerge   para   las   unidades   subnacionales   la   importancia   de   desarrollar   una   política   paradiplomática.         En   efecto,   podríamos   decir   que   la   materia  ambiental  tiene  una  dimensión   global.   El   impacto   de   la   actividad   humana   sobre   el   medio   natural   que   la   rodea,   a   partir   del   advenimiento   de   la   civilización   industrial,   ha   generado   numerosos   problemas   que   tienen   una   medida   planetaria.   Es   por   ello   que   la   cuestión   del   medio   ambiente   se   incorporó   a   la   política   internacional   hace   ya   40   años,   en   la   Conferencia   de   Naciones   Unidas     sobre  el  Medio  Ambiente  Humano  que   tuvo   lugar   en   Estocolmo,   en   1972,   y   que   se   ha   desplegado   en   una   serie   de   conferencias   e   instrumentos   que   configuran   una   verdadera   agenda  

Al declarar   la   defensa   del   medio   ambiente   como   “meta   imperiosa   de   la   humanidad”,   Estocolmo   establece   esta   materia   como   un   “bien   público   de   la   humanidad”,  y  lo  suma  a  los  bienes  de   la   paz   y   el   desarrollo,   que   ya   estaban   contemplados   en   la   carta   constitutiva   de  Naciones  Unidas.       Al  mismo  tiempo,  se  trata  de  un  ámbito   de  acción  cuya  gestión  incumbe  a  todos   los   niveles   de   gobierno   en   diversa   medida,   ya   que   todos   tienen   competencias  relativas  al  ambiente.  En   efecto,   hablamos   de   un   tema   transversal   y   así   lo   ha   indicado   la   Constitución   Argentina   para   los   planos   nacional   y   provincial,   al   reconocer   el   derecho   fundamental   a   un   ambiente   sano:     “Artículo   41.-­‐   (…)   Las   autoridades   proveerán   a   la   protección   de   este   derecho   (…)   Corresponde   a   la   Nación   dictar   las   normas   que   contengan   los   presupuestos  mínimos  de  protección,  ya   a   las   provincias,   las   necesarias   para   complementarlas  (…)”      

Se ha  dicho,  en  resumen,  que:      

“(…) el   derecho   a   un   ambiente   sano   exige   que   la   cláusula   constitucional   que  

117


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina     lo   recepta   deba   ser   desplegada   en   las   normas   inferiores   y   en   las   políticas   públicas.  Ese  despliegue  involucra  a  todo   el   sistema   institucional   del   Estado,   por   efecto   del   impacto   transversal   de   la   materia   ambiental   en   las   actividades   de   los  poderes  públicos.     Consecuentemente  la  constitución,  en  el   segundo  párrafo  del  artículo  41,  pone  en   cabeza   de   “las   autoridades”   una   obligación   concreta   y   diferenciada   de   “proveer”   a   la   protección   de   este   bien   colectivo.   Con   el   amplio   concepto   de   “autoridades”   hace   referencia   al   Estado   en  la  totalidad  de  sus  instituciones.  Con   el   elástico   mandato   de   “proveerán”   involucra   el   despliegue   de   todas   sus   funciones   en   todos   sus   niveles.”   (Rodriguez  Saá,  s.f.e.).    

preguntas es   importante   un   paso   previo,   que   consiste   en   distinguir   dos   variantes   de   la   agenda   ambiental   que   tendrán   impacto   en   la   caracterización   que  buscamos  hacer.         • Por  un  lado,  existe  la  gestión  de  los   recursos   naturales   que   genera   actividad   paradiplomática   cuando   se   trata   de   recursos   transfronterizos   o   cuando   se   recurre   a   inversores   externos   para   su  explotación  (Zubelzú,  2008a).  En   este   caso,   la   relevancia   de   las   unidades   subnacionales   deriva   de   su   dominio   originario   de   los   recursos  naturales  consagrado  en  el   artículo   124   de   la   Constitución   Nacional  Argentina.     • Por   el   otro,   tenemos   aquellas   políticas   ambientales   que   se   relacionan  más  propiamente  con  el   medio  ambiente  como  bien  público   de   la   humanidad,   entrando   en   contacto   desde   lo   local   con   la   agenda  ambiental  internacional.         De  este  modo,  en  lo  que  respecta  a  los   factores   de   paradiplomacia,   la   gestión   de   los   recursos   naturales   exhibirá   un   factor   movilizador   geopolítico,   cuando   se  trate  de  gestionar  recursos  naturales   transfronterizos;   o   económico,   cuando   se  procure  interesar  a  extranjeros  en  su   explotación.   Mientras   que   en   lo   referido   a   políticas   ambientales   en   consonancia   con   la   agenda   global,   primará   el   factor   de   voluntad   política,   ya   que   no   hay   una   gravitación   geográfica  o  económica  primordial.       Las   manifestaciones   de   la   paradiplomacia   ambiental   serán,   de  

De   este   modo   emerge   claramente   la   presencia   de   la   cuestión   ambiental   en   las   agendas   internacional   y   provincial,   con   lo   que   la   vinculación   de   ambos   planos   a   partir   de   la   política   y   la   regulación   ambiental   surge   como   un   efecto   natural.   Desde   el   plano   internacional   al   subnacional,   por   acción   de   los   diversos   sujetos   internacionales   que   entran   en   contacto   con   las   provincias.  Por  acción  de  estas  últimas,   a   través   de   numerosas   medidas   de   vinculación   entre   las   cuales   está   reconocida   la   capacidad   de   celebrar   convenios   internacionales,   por   el   artículo   124   de   la   Constitución   Argentina.       Corresponde   caracterizar   la   paradiplomacia   ambiental   en   general   según   los   aspectos   que   fueran   definidos  en  el  apartado  anterior.  ¿Con   qué   factor   movilizador   de   actividad   paradiplomática   se   relaciona   más   el   medio   ambiente?   ¿En   qué   tipo   de   actividad   se   manifiesta?   ¿Qué   clase   de   perfil   de   gestión   contribuiría   a   definir   una   paradiplomacia   ambiental?   Creemos   que   para   responder   estas    

118


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

EL CASO  DE  LA  PROVINCIA  DE     SAN  LUIS      

manera concordante,   políticas   transfronterizas   “sustantivamente   internacionales”   en   el   primer   caso.   En   el  segundo  caso  se  tratará  mayormente   de   políticas   “adjetivamente   internacionales”,   ya   como   ramificaciones   internacionales   de   políticas   locales,   ya   como   acciones   de   cooperación   internacional;   y   también   de   actividades   dirigidas   a   la   formación   de   la   política   exterior   nacional   en   lo   que  respecta  a  su  posición  en  la  agenda   ambiental  global.         Finalmente,   mientras   la   gestión   de   recursos   naturales   contribuirá   a   delinear   un   perfil   reactivo   a   la   gravitación   de   la   estructura   geográfica   y   limítrofe   y   exhiba   por   ello   y   muy   probablemente   una   cierta   trayectoria   en   el   tiempo,   la   proyección   global   de   políticas  locales  dependerá  más  de  una   gestión   activa   y   tenderá   a   ser   relativamente  novedosa.  En  lo  referido   a   institucionalización   y   temática,   el   perfil  de  una  paradiplomacia  ambiental   tenderá  a  ser  descentralizado  y  diverso,   pues   se   trata   de   una   política   muy   específica   crecientemente   gestionada   por   áreas   de   gobierno   dedicadas   predominantemente   a   la   dimensión   interna   y   que   eventualmente   se   vinculan  con  el  ámbito  exterior.         Esta   caracterización   efectuada   a   nivel   teórico  corresponde  ahora  contrastarla   con  el  estudio  de  un  caso  particular.      

Aspectos generales       La   provincia   de   San   Luis   es   una   jurisdicción   muy   activa   y   dinámica   en   políticas   de   sustentabilidad,   habiendo   reunido   una   serie   de   antecedentes   enmarcados  en  el  llamado  “Tratado  de   Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente”,   plan   estratégico   ambiental   para   el   decenio   2010-­‐2020.   En   consonancia   con   su   plan   de   desarrollo   sustentable,   la   provincia   ha   encarado   una   serie   de   actividades   en   interacción   con   el   escenario   global   a   través   de   la   cooperación   internacional   y   acciones   de  proyección  internacional.       Este   es   el   marco   jurídico   relevante   para   la   paradiplomacia   ambiental   de   San   Luis,   según   la   Constitución   Provincial.   Corresponde   a   artículos   sobre   la   materia  y  la  competencia  ambiental,  así   como  aquellos  artículos  que  reconocen   la  actuación  de  la  provincia  con  sujetos   del  ámbito  internacional:       “Artículo   47.-­‐   Los   habitantes   tienen   derecho  a  un  ambiente  humano  de  vida   salubre   y   ecológicamente   equilibrado   y,   el  deber  de  conservarlo.     Corresponde   al   Estado   Provincial   prevenir   y   controlar   la   contaminación   y   sus  efectos  y  las  formas  perjudiciales  de   erosión;  ordenar  el  espacio  territorial  de   forma   tal   que   resulten   paisajes   biológicamente  equilibrados.     Crear   y   desarrollar   reservas   y   parques   naturales   así   como   clasificar   y   proteger   paisajes,  lugares  y  especies  animales  y  la   preservación   de   valores   culturales   de  

         

119


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina     interés   histórico   o   artístico.   Toda   persona   por   acción   de   amparo   puede   pedir   la   cesación   de   las   causas   de   la   violación  de  estos  derechos.     El   Estado   debe   promover   la   mejora   progresiva  de  la  calidad  de  vida  de  todos   los  habitantes  de  la  Provincia.”     “Artículo   88.-­‐   La   Provincia   tiene   la   plenitud   del   dominio   imprescriptible   e   inalienable   sobre   todas   las   sustancias   minerales,   sin   excluir   hidrocarburos   sólidos,   líquidos   o   gaseosos,   las   fuentes   naturales   de   energía   hidráulica,   geotérmicas,   o   de   cualquier   otra   naturaleza  que  se  encuentren  dentro  de   su   territorio.   Su   aprovechamiento   puede   realizarlo   por   sí   o   por   convenios   con   la   Nación,   con   otras   provincias   o   con   terceros,   nacionales   o   internacionales,   para   su   prospección,   exploración   y/o   explotación,   como   también   su   industrialización,   distribución   y   comercialización   fijando   de   común   acuerdo   el   monto   de   las   regalías   o   retribuciones   a   percibir.   El   Estado   Nacional  no  puede  disponer  sobre  estos   recursos   de   la   Provincia   sin   el   previo   acuerdo  de  ésta,  expresado  por  ley.”     “Artículo   144.-­‐   Corresponde   a   la   Legislatura:     2)   Aprobar   o   desechar   los   tratados   que   el   Poder   Ejecutivo   acuerde   con   el   Estado   Nacional,   otras   provincias,   Municipios   del   País,   Estados   extranjeros   u   organismos   internacionales,   acorde   a   la   Constitución  Nacional  y  disposiciones  de   esta  Constitución.”     “Artículo   168.-­‐   El   gobernador   es   el   jefe   de   la   Administración   General   de   la   Provincia,   representa   a   ésta,   ante   los   poderes   nacionales   y   provinciales,   y   tiene   las   siguientes   atribuciones   y   deberes:     15)   Celebra   y   firma   tratados   con   la   Nación,  las  provincias,  municipios,  entes   del   derecho   público   y   privado,   nacionales   o   extranjeros,   para   fines   de   utilidad   común,   especialmente   de   materia   cultural,   educacional,   económica,   salud   y   administración   de  

justicia, con   aprobación   legal   en   los   casos  que  corresponda.     En   los   supuestos   del   Art.   107   de   la   Constitución   Nacional   se   efectúa   la   pertinente   comunicación   al   Congreso   Nacional.”  

  Debido   a   su   localización   mediterránea,   la   paradiplomacia   ambiental   de   la   provincia   de   San   Luis   no   está   relacionada   a   la   gestión   de   recursos   transfronterizos  con  terceros  estados  o   sus  unidades  subnacionales,  por  lo  que   el  factor  predominante  que  moviliza  su   actividad   en   el   escenario   externo   ha   sido   la   voluntad   política   y   el   desarrollo   consiguiente  de  capacidad  institucional.       En  efecto,  la  iniciativa  de  jerarquizar  la   política   ambiental   de   la   provincia   correspondió   al   gobernador   Alberto   Rodriguez   Saá,   a   partir   de   su   primer   período  de  gobierno,  asumido  en  el  año   2003.   Esta   voluntad   se   tradujo   en   la   creación   del   Ministerio   de   Medio   Ambiente   (en   adelante   MMA;   ley   provincial   Nº   V-­‐525-­‐2006,   de   ministerios).  Esta  unidad  administrativa   ha   proyectado   su   gestión   hacia   el   ámbito   internacional,   según   la   orientación   dada   por   el   gobernador   en   orden   a   una   vinculación   muy   estrecha   con  algunos  de  los  hitos  más  relevantes   de  la  agenda  global,  como  el  problema   del   cambio   climático   y   el   Protocolo   de   Kyoto,   diseñado   para   la   adaptación   y   mitigación   relativas   a   sus   efectos.   Así,   por   ejemplo,   la   política   de   forestación,   que  tenía  larga  data  en  la  provincia,  fue   reorientada   y   enmarcada   en   las   previsiones   de   ese   instrumento   internacional  (v.  infra).      

120


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

Las manifestaciones   de   la   paradiplomacia   ambiental   de   San   Luis   corresponden   a   lo   que   hemos   denominado   como   “políticas   adjetivamente   internacionales”   y   comprenden,   como   veremos   en   el   apartado   siguiente,   tanto   ramificaciones   o   proyecciones   internacionales   de   políticas   locales   como   así   también   acciones   de   cooperación  internacional.     Por   último,   la   gestión   así   delineada   presenta   un   perfil   muy   activo,   en   consonancia   con   la   descripción   ya   citada  de  Zubelzú:  “búsqueda  de  nichos   o   espacios   para   vincularse   en   buena   medida   en   función   de   algunas   metas   claras   y   alto   compromiso   de   las   máximas   autoridades”   (Zubelzú,   2008:103);  y  novedoso,  ya  que  se  trata   de   una   política   cuya   proyección   internacional   se   inicia   con   la   labor   del   nuevo   ministerio.   Ello   a   su   vez   implica   una   institucionalidad   descentralizada   para   la   paradiplomacia   provincial,   correlativa   al   perfil   temático   específico   de  la  materia.       Aspectos  particulares       En  el  presente  apartado  se  enumerarán   y   describirán   17   actividades   desarrolladas   por   la   provincia   de   San   Luis   en   materia   ambiental   y   en   conexión  con  el  ámbito  internacional.         A   continuación   se   las   caracterizará   según   cinco   criterios   que   hemos   agrupado   en   tres   grandes   categorías,   según   la   metodología   propuesta   por   algunos   teóricos   en   la   materia   (De   Marsilio,   s.f.e.).   En   primer   lugar   describiremos   los   distintos   criterios   de  

la caracterización,   para   realizarla   finalmente  en  un  cuadro  sinóptico.       Actividades   (o   el   qué).   Incluye   (1)   el   área  específica  de  la  materia  ambiental   involucrada  en  la  actividad,  (2)  el  objeto   de   la   misma,   y   (3)   las   manifestaciones   en  las  que  puede  encuadrársela.       Sujetos   (o   el   quién).   La   transversalidad   de   la   materia   ambiental   atañe   a   diversas  áreas  de  gobierno.  San  Luis  ha   instituido   un   departamento   específico   para   la   conducción   de   su   política   ambiental,   del   que   ha   emanado   la   mayor   parte   de   las   iniciativas   internacionales   en   el   área:   el   MMA.   Además   se   mencionará   para   cada   una   de   las   actividades   desarrolladas   (4)   la   contraparte  internacional  con  la  cual  ha   operado  la  provincia.       Procesos  (o  el  cómo).  Se  mencionará  la   forma   en   que   el   MMA   ha   receptado   y   dinamizado  la  proyección  internacional   de   la   política   ambiental   provincial.   Asimismo,   se   analizará   (5)   la   coordinación   con   las   instancias   nacionales   de   política   exterior   y   ambiental.       Enumeración  y  descripción       1. Fondo   no   rembolsable   del   Banco   Mundial   (BIRF).   Préstamo   BIRF   Nº   7520-­‐AR   entre   el   Banco   Internacional   de   Reconstrucción   y   fomento   (Grupo   Banco   Mundial)   y   la   República   Argentina   para   financiar  el  “Manejo  Sustentable  de   los   Recursos   Naturales”.   Este   préstamo   cuenta   con   la   asistencia  

121


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina    

del Programa   de   las   Naciones   Unidas  para  el  Desarrollo  (PNUD),  a   través   del   Proyecto   PNUD   ARG/08/008.     El   MMA   solicitó   aplicar   bajo   las   políticas   BIRF   y   PNUD   a   fin   de   realizar   un   conjunto   de   capacitaciones   para   la   sociedad   civil   de   la   Provincia   de   San   Luis   en   materia   de   planes   de   manejo   del   bosque   nativo,   en   orden   a   potenciar   la   participación   y   la   presentación   de   proyectos   del   sector   privado   en   el   marco   de   Ley   provincial   N°   IX-­‐697-­‐2010   “Protección   de   Bosques   Nativos   de   la  Provincia  de  San  Luis”.     2. Fondo   no   rembolsable   del   Banco   Interamericano  de  Desarrollo  (BID).   Préstamo   BID   1896/OC-­‐AR   entre   el   Banco  Interamericano  de  Desarrollo   y   la   República   Argentina   para   financiar   “Programas   multisectoriales  de  Pre-­‐inversión”  a   través   de   la   Línea   de   Crédito   Condicional   AR-­‐X1008   (CCLIP   Conditional   Credit   Line   for   Investment   Proyects).   El   MMA   solicitó  aplicar  bajo  las  políticas  BID   a   fin   de   realizar   un   plan   de   ordenamiento   ambiental   del   sitio   Ramsar   Humedales   de   Guanacache   dentro  del  territorio  de  la  Provincia   de   San   Luis,   en   vistas   a   las   futuras   acciones   tendientes   a   la   recuperación   del   sitio   y   “operativización”   del   área   actualmente   afectada   por   la   desertificación.     3. Fondo   no   rembolsable   de   la   Agencia   de   Cooperación   Internacional   de   Japón   (JICA).   El   MMA   participó   del   Fondo   provisto   por   la   JICA   del   proyecto   “Aprendiendo   en   Verde”   de   la   Fundación   Espacios   Verdes  

complementado por   parte   de   la   empresa   Mitsui   &   Co.   Lta.   y   la   Fundación   Keidanrem.   El   MMA   junto   con   la   Fundación   Espacios   Verdes   realizó   un   plan   de   conservación   y   puesta   en   funcionamiento   de   una   nueva   reserva   natural   provincial   denominada  “Mogote  Bayo”.  

4. Fondo   no   rembolsable   de   Naciones   Unidas.   Obtención   de   fondos   a   través   de   exenciones   impositivas   nacionales,   al   calificar   bajo   las   políticas   de   gestión   de   proyectos   de   Naciones   Unidas,   a   través   de   su   oficina   de   operaciones   (UNOPS   -­‐   United   Nations   Office   for   Project   Services),   para   el   cual   se   creó   el   Proyecto   UNOPS/ARG/   10/R41.   El   MMA   solicitó   aplicar   ante   la   Cancillería   Argentina   bajo   la   normativa   de   gestión   de   proyectos   de   Naciones   Unidas   para   realizar   un   proyecto   de   “Construcción   de   Dos   Plantas  Sustentables  de  Reciclado  y   Tratamiento   de   Residuos   Sólidos   Urbanos”   para   el   noroeste   y   el   sur   de  la  provincia  de  San  Luis.     5. Técnicos   estadounidenses   viajaron   a   San   Luis   y   midieron   durante   una   semana  todo  el  recorrido  completo   de   una   línea   de   buses   ecológica.   Asimismo,  realizaron  la  afinación  de   las   unidades   para   hacer   un   aprovechamiento   óptimo   de   acuerdo   a   las   pendientes   y   características   del   recorrido.   Los   colectivos   ecológicos   son   una   producción  de  TATSA  S.A.  Argentina   en  convenio  con  Eaton  Corporation   de   Estados   Unidos   y   generan   energía   renovable   mediante   la   fricción   que   se   produce   durante   el   frenado  de  la  unidad.      

122


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

6. Incorporación de   San   Luis   al   sitio   Ramsar   de   las   Lagunas   de   Guanacache,   en   el   marco   de   la   Convención   sobre   los   Humedales   firmada   en   Ramsar,   en   1971   para   mantener   las   características   ecológicas   de   Humedales   de   Importancia   Internacional   y   planificar   su   uso   sostenible.   La   designación   de   sitios   Ramsar   se   propone  en  base  a  la  solicitud  de  las   autoridades   provinciales.   En   2007   se   gestionó   la   ampliación   del   sitio   Ramsar   Lagunas   de   Guanacache   de   las   provincias   de   Mendoza   y   San   Juan   con   la   anexión   de   la   provincia   de   San   Luis   y   la   Administración   de   Parques   Nacionales,   pasando   de   una   superficie   de   580.000   ha   a   962.370  ha.       7. Entre   las   medidas   de   mitigación   de   emisiones   de   gases   de   efecto   invernadero,   la   provincia   construyó   un   edificio   público   sustentable   como   casa   de   gobierno   para   las   oficinas   del   poder   ejecutivo   provincial,   conocido   como   Terrazas   del  Portezuelo.  Cuenta  con  medidas   de   eficiencia   energética,   forestación,   transporte   público   interno   limpio,   entre   otras.   Fue   reconocido   por   la   fundación   The   Climate  Project  del  Premio  Nobel  de   la   Paz,   Al   Gore.   Se   lo   certificó   a   partir  de  estudios  realizados  por  los   ingenieros  de  la  Fundación.     8. El   MMA   ha   iniciado   tratativas   en   vistas  a  celebrar  un  convenio  con  el   Green   Building   Council   para   lograr   la   certificación   de   mayor   reconocimiento   internacional   en   materia   de   construcción   sustentable   (LEED)   para   Terrazas   del   Portezuelo.   Dicha   certificación   se   realiza   directamente   con  

técnicos remitidos   de   Estados   Unidos.   El   contacto   es   realizado   a   través   de   su   representación   en   Buenos  Aires.   9. Reconocimiento   del   Programa   de   las   Naciones   Unidas   para   el   Medio   Ambiente   (PNUMA)   en   el   Año   Internacional   de   los   Bosques   celebrado   en   2011,   por   haber   plantado  4.000.000  de  arboles  en  el   marco   del   Plan   Forestal   de   la   provincia,  esfuerzo  enmarcado  en  la   campaña  Plantemos  para  el  Planeta   Mil  Millones  de  Árboles.     10. Reconocimiento   de   la   Oficina   Regional   para   América   Latina   y   el   Caribe   del   Programa   de   las   Naciones   Unidas   para   el   Medio   Ambiente   (PNUMA-­‐ORPALC),   por   las   políticas   ambientales   desarrolladas   en   la   provincia,   en   particular   por   el   trabajo   en   los   humedales   de   Guanacache,   resaltando   la   condición   inter-­‐ jurisdiccional   que   tiene   el   sitio.   En   el   marco   de   dicho   reconocimiento   la   ORPALC   ofrece   apoyo   técnico   para  esta  labor.       11. Se   reconoció   la   política   de   lucha   contra   la   desertificación   desarrollada   en   el   sitio   Ramsar   “Lagunas   de   Guanacache,   Desaguadero   y   del   Bebedero”,   por   parte   de   la   Convención   de   las   Naciones   Unidas   para   la   Lucha   contra  la  Desertificación  (CNULD),  a   través   de   su   Organización   Hospedera  en  Argentina,  Fundación   Agreste.     12. Reconocimiento   de   la   Organización   Mundial   Por   la   Paz   (WOFP).   La   ciudad   de   San   Luis   fue   designada   Capital   Mundial   por   la   Paz   2011,   luego   de   quedar   entre   las   seis  

123


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina    

finalistas Génova  (Suiza),  Estocolmo   (Suecia),  Rajasthan  (India),  San  José   (Costa   Rica)   y   Toronto   (Canadá).   Entre   las   materias   destacadas   como   modelo   mundial   se   encuentra   la   política   desarrollada   en   medio   ambiente  y  desarrollo  sostenible.  

provincial N°   IX-­‐312-­‐2004),   lo   que   plantea   la   cuestión   del   impacto   en   la  política  exterior  de  la  nación.         17. La   actividad   de   forestación   fue   enmarcada   en   las   previsiones   del   Protocolo   de   Kyoto   a   través   de   diversos   instrumentos,   como   la   ley   provincial   N°     VI-­‐670-­‐2009,   que   instituyó   beneficios   fiscales   por   forestación.         Caracterización   Actividades  (criterios  1,  2  y  3)       Por   área   específica   entendemos   las   diversas   áreas   temáticas   en   que   se   subdivide  la  materia  ambiental:       • Planificación   de   las   políticas   ambientales.  Dada  su  complejidad  e   impacto  transversal,  la  planificación   se   presenta   como   la   herramienta   que   permite   una   gestión   mas   eficiente   del   cuidado   del   medio   ambiente.   La   necesidad   de   la   planificación   está   receptada   en   la   Declaración  de  Estocolmo  de  1972  y   en  la  Agenda  21.       • Cambio   climático.   El   aumento   del   efecto   invernadero   como   consecuencia   de   actividades   antrópicas  implica  un  riesgo  para  la   humanidad.   Con   la   firma   de   la   Convención   Marco   de   las   Naciones   Unidas   sobre   Cambio   Climático   se   incorpora   en   la   agenda   planetaria   su   prevención   y   la   adaptación   y   mitigación  ante  sus  efectos.     • Biodiversidad.   Esta   área   se   incorpora   en   la   agenda   ambiental   debido   al   creciente   nivel   de  

13. Distinción   del   Foro   Mundial   del   Agua     a   la   protección   y   el   cuidado   ambiental  de  los  Recursos  Hídricos.     14. En  el  año  2009  la  empresa  Ser  Beef   S.A.,   vinculada   un   grupo   multinacional   extranjero,   firmó   un   convenio   con   la   provincia   por   el   cual   instaló   una   mini   central   hidroeléctrica   en   el   dique   Paso   de   las   Carretas,   generando   energía   limpia   para   su   producción   agropecuaria.       15. Participación   de   la   provincia,   representada   por   el   MMA,   en   las   Conferencias   15,   16   y   17   de   las   Partes   (COP)   de   la   Convención   Marco  de  Naciones  Unidas  sobre  el   Cambio   Climático,   en   Copenhague,   Cancún   y   Durbán   respectivamente.   Esta   participación   estuvo   primariamente   dirigida   exhibir   la   política   ambiental   provincial,   a   partir   de   lo   cual   se   llevaron   a   cabo   encuentros,   se   establecieron   contactos   y   relaciones,   entre   otras   acciones.       16. En   el   año   2004   la   provincia   prohibió   la   instalación   en   su   territorio   de   depósitos,   reservorios   o   basureros   nucleares   para   residuos   producidos   en  otros  estados,  haciendo  expresa   reserva   ante   cualquier   tratado   internacional   que   posibilite   la   instalación  de  reservorios  nucleares   o   de   sustancias   tóxicas   de   terceros   países  o  estados  en  su  territorio  (ley  

124


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

extinción de   especies   y   de   destrucción   de   sus   entornos   naturales,  lo  que  supone  una  grave   amenaza  para  la  vida  en  el  planeta.   Es   de   relevancia   internacional   el   Convenio   sobre   la   Diversidad   Biológica.   Protección   de   humedales   y   lucha   contra   la   desertificación.   A   este   respecto   son   de   relevancia   la   Convención   sobre   los   Humedales,   orientada   a   mantener   las   características   ecológicas   de   Humedales   de   Importancia   Internacional   y   planificar   su   uso   sostenible,   así   como   la   Convención   Marco  de  Naciones  Unidas  de  Lucha   contra  la  Desertificación.  

Residuos. Existe   un   interés   general   en   un   manejo   integral   y   sustentable   de   los   residuos   por   el   impacto   negativo   a   la   salud   y   al   ambiente   que   una   mala   gestión   puede   provocar.  

Recursos hídricos.   El   agua   es   considerada   un   recurso   vital   e   indispensable   para   el   desenvolvimiento  del  hombre,  y  en   San   Luis   su   escasez   está   particularmente  acentuada.    

  Por  objeto  entendemos  el  núcleo  de  la   actividad  desarrollada:       • Financiamiento.   Para   fortalecer   el   presupuesto   provincial   destinado   a   las   políticas   ambientales,   la   provincia   ha   recurrido   a   líneas   de   financiamiento  alternativas,  esto  es,   aquellas   que   no   provienen   del   presupuesto.   De   acuerdo   al   plan   estratégico   ambiental   2010-­‐2020   la  

125

provincia concibe   al   financiamiento   alternativo   en   la   forma   de   fondos   no   rembolsables,   en   consonancia   con   su   política   de   no   endeudamiento.   Estos   fondos   son   provenientes   en   su   mayoría   de   organismos   de   desarrollo   y   financiamiento  externo.       Catalogación/certificación/homolog ación.   Consiste   en   el   reconocimiento   externo   de   ciertas   características   o   aptitudes   de   las   políticas,   obras   o   actividades   locales,   con   el   agregado   de   su   posible   virtualidad   político/jurídica.   Una   catalogación   incorpora   al   objeto   catalogado   a   un   sistema   normativo   o   de   política   pública,   mientras   que   una   certificación   u   homologación   responde   al   cumplimiento   de   requisitos   técnicos,   en   general   estandarizados,   que   pueden   tener   alguna  virtualidad  jurídica.   Reconocimientos/distinciones.   En   este   caso,   el   reconocimiento   se   diferencia   del   grupo   anterior   en   tanto   tiene   meramente   un   valor   formal   que   no   se   traduce   de   manera   inmediata   en   virtualidades   político/jurídicas   operativas.   Expresa   de   manera   simbólica   la   vinculación   de   la   política   local   con   los   valores   y   cometidos   de   la   agenda  ambiental  internacional.     Obras/proyectos/asistencia   técnica.   Se   trata   de   acciones   desarrolladas   en   la   provincia   por   actores   del   ámbito  internacional.     Otros.   Como   categoría   residual,   en   tanto   el   objeto   de   la   actividad   considerada   no   se   incluya   en   ninguno  de  los  anteriores.  


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina    

Finalmente,   por   manifestación   de   actividad   nos   referimos   a   la   clasificación   efectuada   en   el   apartado   2   del  presente  trabajo.         Sujetos  (criterio  4)       En   cuanto   al   sujeto   que   desde   la   provincia   ha   encarado   las   actividades   de   paradiplomacia   ambiental,   hemos   circunscripto  nuestro  análisis  al  MMA.         Respecto  a  la  contraparte  internacional   con   la   cual   ha   operado   la   provincia,   podemos   agruparlas   en   las   siguientes   categorías,   relativas   a   los   actores   del   sistema  internacional  (Barbé,  1995):       • Organismos   internacionales.   Se   trata   de   sujetos   del   derecho   internacional   creados   por   los   estados   mediante   un   tratado   internacional,   con   actos   que   se   les   atribuyen,   competencia   funcional   y   que   están   regidos   por   el   derecho   internacional  (Armas  et  al.,  1998).     • Organismos   internacionales   de   crédito.   Organismos   cuya   función   incorpora   la   de   movilizar   recursos   económico-­‐financieros   a   través   de   préstamos   y/o   donaciones   a   diversos  Estados,  en  el  marco  de  la   agenda  económica  internacional.     • Estados   nacionales   extranjeros   o   sus   agencias   de   cooperación.   Sujetos   primarios   del   derecho   internacional.   Incluimos   en   la   categoría   a   sus   agencias   de   cooperación,   que   dirigen   fondos   hacia  el  mundo  en  desarrollo.  

Organizaciones no   gubernamentales   (ONG).   Se   trata   de   organizaciones   internacionales   compuestas   por   individuos   y   grupos   de   carácter   privado   (Barbé,   1995),   por  oposición  a  los  Estados.   Corporaciones.   Entes   privados,   pertenecientes   a   la   esfera   económica   y   que   actúan   con   fin   de   lucro   en   dos   o   más   países,   trasnacionalizando  sus  actividades.  

  Debido   a   que   del   relevamiento   efectuado   no   surge   actividad   paradiplomática   que   haya   vinculado   a   San   Luis   con   los   estados   subnacionales   extranjeros   o   sus   agencias   de   cooperación,   han   sido   excluidos   de   la   caracterización.   Ellos   son   los   sujetos   específicos   de   la   paradiplomacia   y   también   actúan   a   través   de   agencias   de   cooperación  (Prado  y  Tadeo,  2011).       Procesos  (criterio  5)       Dentro   del   MMA   son   muy   variados   los   componentes  del  organigrama  que  han   actuado   en   relación   con   la   esfera   internacional.   Es   interesante   consignar   que   la   ya   citada   área   del   Protocolo   de   Kyoto   y   la   que   hoy   la   reemplaza,   el   Programa   Cambio   Climático,   tienen   la   atribución   de   “representar   al   Gobierno   de   la   Provincia   de   San   Luis,   cuando   así   se   resuelva   expresamente,   ante   los   organismos  competentes  en  la  materia   a   nivel   local,   regional,   nacional   e   internacional   en   lo   referente   a   la   problemática   del   Cambio   Climático”   (cfr.   ley   provincial   Nº   V-­‐789-­‐2011,   de   ministerios   y   decreto   reglamentario),   con  lo  que  la  paradiplomacia  ambiental  

126


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

tiene su  consagración  normativa  dentro   del  organigrama  provincial.       Otro   aspecto   que   se   considera   en   relación   a   los   procesos   de   la   paradiplomacia   es   la   formalidad   o   informalidad  de  los  contactos  (Zubelzú,   2008).   Del   relevamiento   efectuado   resulta   que   en   su   gran   mayoría   las   actividades   encaradas   por   la   provincia   de   San   Luis   han   seguido   los   canales   formales   correspondientes,   si   bien   algunas   actividades,   por   su   dinámica   propia,   pudieron   ser   preparadas   y/o   dinamizadas  por  contactos  informales.       La   participación   de   un   ex   consultor   del   Banco  Mundial  para  la  agilización  de  la   tramitación   de   uno   de   los   proyectos   con   financiamiento   externo   introduce   la   cuestión   de   la   expertise   requerida   para   este   tipo   de   cometidos,   lo   que   a   nuestro   modo   de   ver   se   relaciona   con   las   capacidades   institucionales   (Iglesias,   2008)   y   la   posibilidad   de   crear   dentro  

del organigrama   estatal   reparticiones   especializadas   en   el   financiamiento   externo  (Zubelzú,  2008).       Los   procesos   de   la   paradiplomacia   deben   incluir   una   referencia   a   la   intermediación   nacional.   En   efecto,   muchas   de   las   actividades   de   las   unidades   subnacionales   de   un   estado   federal  atraviesan  instancias  nacionales   de   relacionamiento   externo,   como   salvaguardia   para   la   orientación   de   la   política   exterior   del   país,   su   crédito   público,   etcétera.   De   modo   que   consideramos   para   cada   actividad   la   existencia   o   no   de   intermediación   nacional   y   con   qué   institución   del   estado  nacional  se  dio  esa  interacción.       Una   vez   establecidos   los   criterios   con   los   que   caracterizaremos   las   acciones   de  la  paradiplomacia  ambiental  de  San   Luis,   corresponde   efectuar   su   caracterización   a   través   del   siguiente   cuadro:

 

ACTIVIDAD

ÁREA ESPECÍFICA  

1

Biodiversidad -­‐  Cambio   Climático  

2

Biodiversidad -­‐  Protección   de  humedales   y  lucha  contra   la   desertificación  

OBJETO

MANIFESTACIÓN

CONTRAPARTE INTERMEDIACIÓ INTERNACIONAL   N  NACIONAL  

Financiamiento

Políticas adjetivamente   internacionales  -­‐   Organismo   Asistencia  técnica  y   internacional  de   cooperación   crédito   internacional  para   proyectos  locales.  

Secretaría de   ambiente  y   desarrollo   sustentable  

Financiamiento

Políticas adjetivamente   internacionales  -­‐   Organismo   Asistencia  técnica  y   internacional  de   cooperación   crédito   internacional  para   proyectos  locales  

Secretaría de   Política   Económica  del   Ministerio  de   Economía  y   Finanzas  de  la   Nación  

127


ACTIVIDAD

Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina    

OBJETO

3

Biodiversidad

Financiamiento

4

Residuos

Financiamiento

5

Cambio Climático  

Obras/proyectos/asiste ncia técnica  

6

Protección de   humedales  y   Catalogación/certificaci lucha  contra   ón/homologación   la   desertificación  

7

Cambio Climático  

Catalogación/certificaci ón/homologación

8

Cambio Climático  

Catalogación/certificaci ón/homologación

9

10

11

ÁREA ESPECÍFICA  

Biodiversidad Reconocimientos/distin -­‐  Cambio   ciones   Climático   Protección  de   humedales  y   lucha  contra   la   Reconocimientos/distin desertificación   ciones   -­‐  Planificación   de  las  políticas   ambientales   Protección  de   humedales  y   Reconocimientos/distin lucha  contra   ciones   la   desertificación  

MANIFESTACIÓN

CONTRAPARTE INTERMEDIACIÓ INTERNACIONAL   N  NACIONAL  

Políticas adjetivamente   internacionales  -­‐   Agencia  de   Asistencia  técnica  y   cooperación  de   No   cooperación   un  estado  -­‐  ONG   internacional  para   proyectos  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Parcialmente  del   Organismo   Asistencia  técnica  y   Ministerio  de   internacional  de   cooperación   Relaciones   crédito   internacional  para   Exteriores   proyectos  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Asistencia  técnica  y   Corporación   No   cooperación   internacional  para   proyectos  locales   Políticas  adjetivamente   Secretaría  de   internacionales  -­‐   ambiente  y   Organismo   Ramificaciones   desarrollo   internacional   internacionales  de   sustentable   políticas  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Ramificaciones   ONG   No   internacionales  de   políticas  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Ramificaciones   ONG   No   internacionales  de   políticas  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Organismo   Ramificaciones   No   internacional   internacionales  de   políticas  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Ramificaciones   internacionales  de   políticas  locales  

Organismo internacional  

No

Políticas adjetivamente   internacionales  -­‐   Ramificaciones   internacionales  de   políticas  locales  

Organismo internacional  

No

128


ACTIVIDAD

Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

12

ÁREA ESPECÍFICA  

OBJETO

MANIFESTACIÓN

Políticas adjetivamente   internacionales  -­‐   Ramificaciones   internacionales  de   políticas  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Reconocimientos/distin Ramificaciones   ciones   internacionales  de   políticas  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Obras/proyectos/asiste Asistencia  técnica  y   ncia  técnica   cooperación   internacional  para   proyectos  locales   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Ramificaciones   internacionales  de   políticas  locales;     Otras   Políticas  con  proyección   internacional  relativas  a   otros  niveles  de   gobierno  -­‐  Formación   de  la  política  nacional  o   impacto  en  ella   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Ramificaciones   internacionales  de   políticas  locales;     Otras   Políticas  con  proyección   internacional  relativas  a   otros  niveles  de   gobierno  -­‐  Formación   de  la  política  nacional  o   impacto  en  ella   Políticas  adjetivamente   internacionales  -­‐   Otras   Ramificaciones   internacionales  de   políticas  locales  

Planificación Reconocimientos/distin de  las  políticas   ciones   ambientales  

13

Recursos hídricos  

14

Cambio Climático  

15

Cambio Climático  

16

Residuos

17

Cambio Climático  

  De   la   lectura   del   cuadro   podemos   extraer  las  siguientes  observaciones:     Área  específica  de  actividad  ambiental.   En  primer  lugar,  el  rango  de  actividades    

CONTRAPARTE INTERMEDIACIÓ INTERNACIONAL   N  NACIONAL  

ONG

No

ONG

No

Corporación

No

Organismo internacional  

Ministerio de   Relaciones   Exteriores  

Ninguna

No. Eventual.  

Ninguna

No

paradiplomáticas cubre   prácticamente   todos   los   puntos   de   la   agenda   ambiental   internacional.   La   lucha   contra   el   cambio   climático   aparece   como   el   área   en   que   se   han   129  


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina    

desarrollado más   actividades   (8),   seguida   de   la   protección   de   la   biodiversidad   (4),   la   protección   de   los   humedales   y   la   lucha   contra   la   desertificación   (4).   Esto   pone   a   la   provincia   en   línea   con   los   puntos   más   acuciantes  de  dicha  agenda.       Objeto   de   la   actividad.   Todos   los   objetos   contienen   un   número   similar   de   actividades,   destacándose   los   reconocimientos   y   distinciones   (5),   seguidos   muy   de   cerca   por   las   actividades   de   financiamiento   externo   (4),  las  certificaciones,  catalogaciones  y   homologaciones   (3)   y,   finalmente,   la   cooperación   técnica   (2),   que   se   relaciona   en   su   totalidad   con   el   área   de   cambio  climático.         Esta  distribución  evidencia  un  saludable   equilibrio   entre   el   plano   formal,   de   valores   y   simbólico,   que   otorga   a   la   provincia   una   especie   de   “carta   de   ciudadanía”   en   la   agenda   ambiental   global,   y   el   plano   operativo,   que   traduce  esa  ciudadanía  en  vínculos  con   impacto   tangible   en   las   políticas   públicas.       Manifestaciones.  En  su  gran  mayoría,  y   como   lo   anticipáramos,   se   trata   de   políticas  adjetivamente  internacionales.   Esto   es   una   consecuencia   lógica   tanto   de   la   condición   mediterránea   de   la   provincia  como  de  la  naturaleza  propia   de   la   materia   ambiental,   que   es   primariamente   una   política   local   a   la   que  se  adhieren  en  determinados  casos   proyecciones  internacionales.         Cabe  resaltar  que  la  participación  en  las   COP   (actividad   15)   y   la   prohibición   de  

residuos nucleares   de   terceros   países   (actividad  16)  introducen  la  cuestión  de   la   participación   y   del   impacto   provincial,   respectivamente,   en   la   formación   de   la   política   exterior   nacional.   En   el   primer   caso,   la   participación   en   la   agenda   del   cambio   climático   abre   la   posibilidad   de   proponer   la   instauración   de   mecanismos  de  participación  provincial   como   los   que   la   Cancillería   ha   instrumentado   en   general   y   para   el   comercio  exterior  (Iglesias  et  al.,   2009).   A   este   respecto,   podría   ser   de   gran   utilidad   una   coordinación   entre   la   Cancillería,  la  Secretaría  de  Ambiente  y   las   provincias   reunidas   en   el   Consejo   Federal  de  Medio  Ambiente  (COFEMA).   En   el   segundo   caso,   la   reserva   que   la   provincia   hace   a   eventuales   tratados   firmados   por   la   nación   abre   interesantes   interrogantes   jurídicos   sobre   la   interacción   de   los   tres   planos:   local,  nacional  e  internacional.       Contraparte   internacional.   Los   organismos   internacionales   (5   actividades,   7   si   incorporamos   a   las   realizadas   con   organismos   internacionales   de   crédito)   y   las   ONG   (5)   son   la   contraparte   mayoritaria   de   las   actividades   paradiplomáticas   encaradas  por  San  Luis,  encontrándose   una   sola   actividad   con   una   agencia   de   cooperación   de   un   estado   extranjero,   mediada   por   una   ONG,   y   ningún   caso   de   cooperación   descentralizada   con   otra   unidad   subnacional.   Ello   no   obsta   a   una   interesante   diversidad   de   contactos,   ya   que   se   incluyen   corporaciones.   Son   estas   mismas   y   los   organismos   internacionales   de   crédito   las   contrapartes   de   las   actividades   con   mayor  efecto  operativo.      

130


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                          Tratado  de  Paz  entre  Progreso  y  Medio  Ambiente…  

Intermediación nacional.   Predomina   la   intermediación   nacional   en   las   actividades   relativas   al   financiamiento   externo,   lo   que   genera   no   pocas   demoras   en   la   tramitación   de   los   proyectos,   desde   el   punto   de   vista   de   las   autoridades   provinciales.   Esto   ha   sido   ya   establecido   por   la   bibliografía   resultante   de   las   investigaciones   en   la   materia  en  el  ámbito  nacional  (Iglesias,   2008)   y   por   lo   tanto   constituye   una   confirmación  de  las  mismas.  Asimismo,   las   intermediaciones   nacionales   formal   (actividad   15)   y   eventual   (actividad   16)   evidencian   lo   referido   respecto   a   las   manifestaciones   de   la   actividad   paradiplomática   sanluiseña   en   el   ámbito   de   la   formación   o   impacto   en   la   política  exterior  nacional.  

La provincia  argentina  de  San  Luis  viene   desarrollando   una   activa   agenda   ambiental,   que   se   ha   vinculado   con   el   plano   internacional   a   través   de   la   ramificación   o   proyección   exterior   de   sus   políticas   locales,   movilizada   en   primer  lugar  por  la  voluntad  política  de   su   máxima   autoridad   ejecutiva,   el   gobernador,   y   mantenida   en   el   tiempo   por   el   desarrollo   de   capacidades   institucionales  en  un  organismo  creado   para   la   gestión   específica   de   la   política   ambiental:  el  MMA.         El   perfil   de   gestión   resultante   ha   delineado   una   paradiplomacia   muy   activa,   nueva   y   diversificada   tanto   temática   como   institucionalmente,   ya   que   el   ministerio   mencionado   desarrolla  la  proyección  exterior  por  su   propia  cuenta,  sin  existir  en  la  provincia   un   organismo   centralizado   de   relaciones  exteriores.       El  análisis  de  las  actividades  realizadas,   tanto   en   sus   aspectos   objetivos   como   en   el   de   los   sujetos   involucrados   y   los   procesos   con   que   se   desenvuelven,   evidencia   una   interesante   variedad   de   caracteres.   Los   mismos   abarcan   una   gran   parte   de   las   cuestiones   debatidas   en   la   disciplina   de   las   relaciones   internacionales   en   torno   a   los   vínculos   exteriores   de   las   unidades   subnacionales.

  CONCLUSIONES    

Los   vínculos   entre   el   plano   internacional   y   el   plano   subnacional   adoptan   matices   y   connotaciones   particulares   cuando   se   establecen   en   relación   con   la   materia   ambiental,   o   medio  ambiente.  Esta  materia,  a  su  vez,   estimula   dichos   vínculos   pues   se   configura,  por  un  lado,  como  uno  de  los   bienes   públicos   de   la   humanidad   junto   con  la  paz  y  el  desarrollo  económico  y,   por   el   otro,   como   un   resorte   primordial   de  las  jurisdicciones  locales.      

REFERENCIAS  

Armas Pfirter,   Frida,   Julio   A.   Barberis   y   María   Querol   (1998),   Sujetos   del   derecho   de   gentes,   Buenos   Aires,  Ábaco,  1ª  ed.     Barbé,  Esther  (1995),  Relaciones  internacionales,  Madrid,  Tecnos,  1ª  ed.   De   Marsilio,   Ernesto   G.   (s.f.e.),   Aportes   teórico-­‐metodológicos   para   el   estudio   de   las   relaciones   paradiplomáticas.   Qué,   quiénes,   y   cómo,   análisis   del   caso   argentino,   disponible   en   www.cea.unc.edu.ar/boletin/n-­‐-­‐-­‐anteriores/005/articulo1-­‐-­‐-­‐pdf.pdf    

131


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                  Agustina  Rodríguez,  P.  Wouterlood  y  R.  Alsina     Iglesias,  Eduardo,  Federico  Merke  y  Valeria  Iglesias  (2009),  “Republic  of  Argentina”  en  Michelmans,  Hans   (editor),  Foreign  relations  in  federal  countries,  Quebec,  McGill-­‐Queen´s  University  Press,  pp.  10-­‐ 35.   Iglesias,   Valeria   (2008),   “La   dimensión   internacional   de   los   créditos   directos   del   Banco   Interamericano   de   Desarrollo   y   el   Banco   Mundial   a   las   provincias.   Notas   del   caso   argentino”   en   Iglesias,   Eduardo   (dir.),   Las   provincias   argentinas   en   el   escenario   internacional.   Desafíos   y   obstáculos   de   un  sistema  federal,  Buenos  Aires,  Programa  de  las  Naciones  Unidas  para  el  Desarrollo  –  PNUD,   pp.  159-­‐184.   Merlo   Blázquez,   Mariana   (2011),   “Las   relaciones   internacionales   de   los   actores   subnacionales:   CRECENEA/CODESUL   y   ZICOSUR”,   Trabajos   de   investigación   en   paradiplomacia,   Año   1,   Vol.   1,   pp.  118-­‐132.   Prado  Lallande,  Juan  Pablo  y  Tadeo  Villegas,  Diana  Elizabeth  (2011),  “La  cooperación  internacional  para   el   desarrollo   de   la   Comunidad   Autónoma   de   Murcia:   El   camino   hacia   su   gobernabilidad”,   Trabajos  de  investigación  en  paradiplomacia,  Año  1,  Vol.  1,  pp.  99-­‐117.   Provincia   de   San   Luis,   Tratado   de   Paz   entre   Progreso   y   Medio   Ambiente,   Estrategia   2012-­‐2020,   San   Luis,   Gobierno  de  la  Provincia  de  San  Luis.   Rodriguez   Saá,   Agustina   (s.f.e.),   Vigencia   efectiva   de   un   derecho   de   tercera   generación:   el   plan   estratégico  ambiental  de  la  provincia  de  San  Luis.   Zubelzú,   Graciela   (2008),   “El   diseño   institucional   y   los   perfiles   de   gestión   externa   de   las   provincias   argentinas”  en  Iglesias,  Eduardo  (dir.),  Las  provincias  argentinas  en  el  escenario  internacional.   Desafíos   y   obstáculos   de   un   sistema   federal,   Buenos   Aires,   Programa   de   las   Naciones   Unidas   para  el  Desarrollo  –  PNUD,  pp.  83-­‐105.   _____   (2008a),   “La   gestión   internacional   provincial   en   el   área   de   recursos   naturales   e   infraestructura”   en   Iglesias,   Eduardo   (dir.),   Las   provincias   argentinas   en   el   escenario   internacional.   Desafíos   y   obstáculos   de   un   sistema   federal,   Buenos   Aires,   Programa   de   las   Naciones   Unidas   para   el   Desarrollo  –  PNUD,  pp.  185-­‐214.          

132


133


El papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada  en  el   Programa  de  Agricultura  Urbana     de  la  ciudad  de  Rosario    

Victoria Arancibia  

Abstract  

THE

ROLE

OF

DECENTRALIZED

INTERNATIONAL

COOPERATION

DURING

THE

IMPLEMENTATION OF  ROSARIO’S  URBAN  AGRICULTURE  PROGRAM.    

This article   analyses   the   role   of   Decentralized   International   Cooperation   during   the   implementation   of   the   Urban   Agriculture   Program   of   Rosario   (2002   -­‐   2010)   This   program   is   a   development   strategy,   economically,   socially,   and   environmentally   sustainable;   that   arises   as   a   measure   of   survival   during   a   major   crisis   and   rapidly   evolves   capitalizing   endogenous   resources   and   participating  in  international  projects.  We  conclude   that   Decentralized   Cooperation,   as   an   Instrument   of   Human   Development,   can   be   an   important   tool   to   enhance  endogenous  development  programs  if  it  is   consistent  with  its  nature  and  objectives,  if  there  is   already  a  previous  suitable  social  network,  and  if  it   respects  local  realities.  

© Adriana  Roque  2012.  

Key  words:  Urban  Agriculture,  Rosario,  Decentralized  Cooperation,  Local   Development.     Resumo  

O PAPEL   DA   COOPERAÇÃO   INTERNACIONAL   DESCENTRALIZADA   AGRICULTURA  URBANA  DA  CIDADE  DE  ROSARIO  

NO

PROGRAMA  

DE

Este   artigo   analiza   o   papel   da   Cooperação   Internacional   Descentralizada   durante   a   execução   do   Programa   de   Agricultura   Urbana   da   cidade   de   Rosario   (2002-­‐   2010).   O   mesmo   é   uma   estratégia   de   desenvolvimento   econômico,   social   e   ambientalmente   sustentável   que   surge   como   uma   medida   de   sobrevivência   durante   a   crise   e   evolui   rapidamente   capitalizando   recursos   endógenos   e   participando   em   projetos   internacionais.   Concluimos   que   a   Cooperação   Internacional   Descentralizada    como   instrumento  de  Desenvolvimento  Humano  pode  ser  uma  ferramenta  importante  para   impulsionar  programas  de  desenvolvimento  endógeno  se  é  coerente  com  sua  natureza   e   objetivos,   existe   previamente   um   tecido   social   propício   e   respeita   las   realidades   locais.     Palavras-­‐chave:  Agricultura  Urbana;  Rosario;  Cooperação  Internacional   Descentralizada;  Desenvolvimento  Local    

134


EL PAPEL  DE  LA  COOPERACIÓN   INTERNACIONAL  DESCENTRALIZADA  EN   EL  PROGRAMA  DE  AGRICULTURA   URBANA  DE  LA  CIUDAD  DE  ROSARIO∗      

 

Resumen

Victoria Arancibia  

Este   articulo   analiza   el   papel   de   la   Cooperación   Internacional   Descentralizada   durante   la   ejecución   del   Programa   de   Agricultura   Urbana   de   la   ciudad   de   Rosario   (2002-­‐2010).   Dicho   programa   es   una   estrategia   de   desarrollo   económica,   social   y   ambientalmente  sustentable  que  surge  como  una  medida  de  supervivencia  durante   la  crisis  y  evoluciona  rápidamente,  capitalizando  recursos  endógenos  y  participando   en   proyectos   internacionales.   Concluimos   que   la   Cooperación   Internacional   Descentralizada,   como   instrumento   de   Desarrollo   Humano,   puede   ser   una   herramienta   importante   para   impulsar   programas   de   desarrollo   endógeno   si   es   coherente  con  su  naturaleza  y  objetivos,  existe  previamente  un  tejido  social  propicio   y  respeta  las  realidades  locales.       Palabras   clave:   Agricultura   descentralizada,  desarrollo  local.  

urbana,

Rosario,

cooperación

internacional

INTRODUCCIÓN     El   sistema   internacional   del   siglo   XXI   es   globalizado,   interdependiente   y     está   marcado   por   tendencias   profundas   como   el   aumento   de   las   relaciones   transnacionales   -­‐es   decir,   entre   actores  no-­‐gubernamentales-­‐;  la  complejización  y  desjerarquización  de  la  agenda  internacional   -­‐donde   cuestiones   antiguamente   consideradas   de   “baja   politica”,   como   las   ambientales,   cobran   importancia-­‐;   y   un   proceso   de   diversificación   y   multiplicación   de   los   actores   internacionales.   Como   corolario   de   todo   lo   anterior,   se   produce   inevitablemente   un   proceso   de   redefinición   del   papel   de   los   Estados-­‐nación   que   genera   una   progresiva   transferencia   del

                                                                                                              ∗

Artículo   inspirado   en   la   investigación   realizada   en   la   Tesina   Final   de   la   Licenciatura   en   Relaciones  

Internacionales titulada   “La   cooperación   internacional   descentralizada   como   herramienta   para   el   desarrollo   local:   El   caso   del   Programa   de   Agricultura   Urbana   de   la   ciudad   de   Rosario   (2002-­‐2010)”;   dirigida   por   el   Dr.   Oscar   Madoery   y   defendida   en   julio   de   2011   en   la   Facultad   de   Ciencia   Política   y   Relaciones  Internacionales  de  la  Universidad  Nacional  de  Rosario.  

135


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia  

poder estatal   hacia   arriba   (organismos   internacionales)   y   hacia   abajo   (unidades   subnacionales)  del  mismo.       Todos   estos   cambios   han   favorecido   la   re-­‐ jerarquización   del   ámbito   local   y   han   implicado  un  aumento  en  los  márgenes  de   maniobra   de   las   unidades   subnacionales,   por  un  lado,  y  de  sus  responsabilidades  en   tanto  principales  promotoras  y  gestoras  del   desarrollo   de   sus   territorios,   por   el   otro.   En   este   contexto,   la   pregunta   que   nos   hacemos   es   ¿cómo   hacer   para   que   los   gobiernos   locales   puedan   llevar   adelante   políticas   más   inclusivas,   construir   proyectos   de   desarrollo   local55   que   sean   económica,   social   y   ambientalmente   sustentables,   e   insertarse   de   forma   eficaz   en  el  sistema  internacional?         En   este   artículo   abordaremos   el   caso   del   Programa   de   Agricultura   Urbana   de   la   ciudad   de   Rosario,   Argentina   (en   adelante   PAU),   una   experiencia   que   fue   nacional   e   internacionalmente   reconocida   como   un   “caso  exitoso  de  gestión  para  el  desarrollo   local”.   Este   trabajo   forma   parte   de   una   investigación   más   amplia   cuyo   eje   es   la   hipótesis   de   que   los   agentes   locales   pueden   aprovechar   sus   relaciones   con   el   exterior  y,  particularmente,  la  cooperación  

internacional descentralizada,56   para   potenciar   sus   capacidades   endógenas   e   impulsar   proyectos   de   desarrollo   local   social  y  económicamente  sustentables.    Sin   embargo,   este   articulo   se   propone   concretamente   analizar   el   papel   de   la   Cooperación   Internacional   Descentraliza   durante   la   ejecución   del   PAU   de   la   ciudad   de   Rosario.   Elegimos   este   caso   porque   presenta   un   ejemplo   interesante   de   entrecruzamiento   de   actores   tanto   locales   (ONGs,   sociedad   civil,   sectores   privados,   etcétera),   como   internacionales   (organismos   internacionales,   centros   de   investigación,   gobiernos   locales   extranjeros,  entre  otros),  que  trabajan  para   construir   un   proyecto   alternativo   de   desarrollo   local,   más   inclusivo   y   participativo.       Entre  las  conclusiones  más  interesantes  del   análisis   del   papel   de   la   cooperación  

                                                                                                              56

Aunque  posteriormente  se  haga  referencia  a   los   términos   de   “cooperación”   o   “cooperación   internacional”,   queremos   aclarar   que   no   pretendemos  abordar  en  este  artículo  todos  los   tipos   de   acción   de   cooperación   en   el   ámbito   internacional,   sino   que   sólo   nos   concentraremos  en  la  cooperación  al  desarrollo   y,   más   puntualmente,   en   la   Cooperación   Internacional   Descentralizada   (CID),   tal   y   como   la  concibe  el  paradigma  de  Desarrollo  Humano.   La   misma   se   distingue   por   el   carácter   multilateral   e   igualitario   de   la   relación   (donde   las   partes   son   socias   y   se   benefician   mutuamente)   y   por   el   respeto   de   la   realidad   local.   Quisiéramos,   además,   rescatar   la   definición   de   CID   que   propone   María   del   Huerto   Romero   (2006:53):   “la   cooperación   descentralizada   local   es   un   conjunto   de   iniciativas   de   cooperación   oficial   al   desarrollo   que,   bajo   liderazgo   de   autoridades   locales,   busca   estimular   las   capacidades   de   los   actores   de   bases   territoriales   y   fomentar   un   desarrollo   más   participativo.(...)   la   cooperación   descentralizada   local   se   asienta   básicamente   sobre   los   principios   de   la   multilateralidad,   intereses   mutuos   y   alianzas,   y   tiende   cada   vez   más   a   las   iniciativas   que   agregan   valores   reunidos  en  las  actividades,  basado  en  la  propia   especificidad   de   los   ámbitos   de   competencia   y   experiencias  de  los  gobiernos  locales”.    

                                                                                                              55  

Para efectos  de  este  artículo,  cuando  decimos   “desarrollo”   nos   referimos   al   desarrollo   tal   como   lo   concibe   el   paradigma   del   Desarrollo   Humano,   es   decir,   no   sólo   como   crecimiento   económico   sino   que   se   tienen   en   cuenta   también   indicadores   que   revelan   la   calidad   de   vida,   la   educación,   las   oportunidades,   el   entorno   institucional,   etcétera.   Como   lo   expresa   Dubois   (2000),   lo   que   importa   no   es   sólo  la  cantidad  del  crecimiento  sino  también  la   calidad   del   mismo.   Adicionalmente,   ésta   perspectiva   considera   al   desarrollo   como   “un   conjunto   de   capacidades   generadas   desde   abajo”   (Madoery,   2009:74)   que   se   basa   en   la   participación  de  los  agentes  locales  en  el  diseño   de   las   estrategias   y   en   el   respeto   de   las   particularidades  locales.  

136


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                  El  papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada…    

internacional en  el  PAU  podemos  destacar   en  primer  lugar,  que  si  bien  hubo  un  cierto   apoyo   financiero,   el   principal   beneficio   aportado  al  programa  fue  el  aval  brindado   por   instituciones   de   renombre,   que   le   permitió   fortalecer   alianzas   tanto   a   nivel   nacional   como   internacional.   En   segundo   lugar,   tanto   la   participación   de   los   actores   locales   en   el   diseño   de   ambos   proyectos   internacionales,   como   el   mutuo   beneficio   de   la   relación   establecida   con   los   actores   externos,   permiten   inscribir   la   experiencia   dentro   del   nuevo   paradigma   de   la   Cooperación   internacional   como   instrumento   de   Desarrollo   Humano.   Tercero,   un   aspecto   muy   importante   para   acceder   a   la   CID   es   la   (pre)existencia   de   una   alianza   entre   los   principales   actores   locales   involucrados   en   un   tema   específico,   que   puedan   instituirse   como   interlocutores   válidos   y   capaces   de   asegurar   la   continuidad   del   proyecto.   Finalmente,   concluimos   que   la   CID   puede   ser   una   herramienta   importante   para   impulsar   programas   de   desarrollo   local,   siempre   y   cuándo  se  respeten  las  realidades  locales  y   sea   coherente   con   la   naturaleza   y   los   objetivos   del   proyecto   de   desarrollo   endógeno.      

EL PROGRAMA  DE  AGRICULTURA   URBANA  DE  LA  CIUDAD  DE   ROSARIO  (2002-­‐2010)      

                                                                                                                                                                                         

  El  surgimiento  de  la  agricultura  urbana  (en   adelante   AU)   en   la   ciudad   de   Rosario57   se   encuentra   estrechamente   relacionado   con   las   crisis   y   los   vaivenes   económicos   de   Argentina.   Esta   ciudad   intermedia   ha   contado   históricamente   con   una   buena   infraestructura   de   servicios   básicos,   un   entorno   propicio   para   el   desarrollo   de   actividades   productivas   y   una   actividad   económica   dinámica,   capaz   de   generar   una   buena  oferta  laboral.         La   apertura   irrestricta   de   la   economía   argentina   a   la   competencia   internacional   durante   la   década   de   1990   provocó,   entre   otras   cosas,   grandes   ajustes   en   la  

                     

 “La  crisis  es  la  mejor  bendición   que  puede  sucederle  a  personas  y   países,  porque  la  crisis  trae   progresos.  La  creatividad  nace  de  la   angustia  como  el  día  nace  de  la   noche.  Es  en  la  crisis  donde  nace  la   inventiva,  los  descubrimientos  y  las   grandes  estrategias.”                                                                                                                                       -­‐  Albert  Einstein  -­‐  

                                                                                                              57

La   ciudad   de   Rosario   se   encuentra   geográficamente   ubicada   en   la   Provincia   de   Santa   Fe,   a   300km   al   noroeste   de   la   ciudad   de   Buenos   Aires.   Con   su   más   de   un   millón   de   habitantes,   constituye   el   tercer   centro   urbano   más   poblado   de   la   República   Argentina.   Desde   un   punto   de   vista   geopolítico,   ésta   ciudad-­‐ puerto   está   integrada   a   la   región   productiva   agrícola-­‐ganadera  más  importante  del  país  y  se   encuentra     estratégicamente   ubicada   como   nexo   entre   los   principales   corredores   productivos   nacionales   e   internacionales.   Rosario   constituye,   además,   el   epicentro   del   Área   Metropolitana   del   Gran   Rosario,   que   conforma   uno   de   los   principales   complejos   industriales   en   la   estructura   productiva   nacional  [Información  extraída  del  Sitio  Web  de   la  Municipalidad  de  Rosario].  

137


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia  

estructura económica   regional,   la   quiebra   de   muchas   industrias   instaladas,   el   aumento   de   la   precariedad   laboral   y   un   deterioro   del   perfil   productivo   en   general.   Toda   esta   acumulación   progresiva   de   tensiones   conflictivas   alcanzó   su   punto   máximo   de   expresión   en   diciembre   de   2001,  cuando  se  produjo  una  crisis  que  fue,   al   mismo   tiempo,   económica,   política   e   institucional.58   El   índice   de   pobreza   en   Rosario   se   estimó   en   un   61%   y   el   de   indigencia   en   un   30%   de   la   población   local.59         Rosario,  que  tradicionalmente  venia  siendo   uno   de   los   principales   centros   urbanos   receptores   de   movimientos   migratorios   provenientes  del  campo  y  de  las  provincias   del   norte,   vio   muy   acentuado   éste   influjo   con   el   empeoramiento   de   las   condiciones   socio-­‐económicas   a   nivel   nacional.   Estas   personas,   además   de   tantas   otras   recientemente   expulsadas   del   sistema   laboral   formal,   se   fueron   instalando   precariamente   en   la   periferia   urbana,   conformando   un   cinturón   de   asentamientos  irregulares.         Inmersos   en   este   escenario   crítico,   la   Secretaría   de   Promoción   Social   de   la   Municipalidad   de   Rosario,   el   “Pro-­‐Huerta”   del   Instituto   Nacional   de   Tecnología   Agropecuaria   (INTA)   y   el   Centro   de   Estudios   para   la   Producción   Agroecológica  

(CEPAR)60 decidieron   crear   conjuntamente   en   febrero   de   2002   un   “Programa   de   Agricultura  Urbana”  que  estaría  a  cargo  de   la   Secretaría   de   Promoción   Social   de   la   Municipalidad   de   Rosario,   Subsecretaría   de   Economía  Solidaria.       El  convenio  que  dio  origen  al  Programa  de   Agricultura  Urbana  de  la  ciudad  de  Rosario   quedó  formalizado  mediante  la  sanción  de   la  Ordenanza  Nº  7341/  2002  por  parte  del   Consejo   Municipal   de   dicha   ciudad.   De   acuerdo  con  la  misma:             “El   Programa   de   Agricultura   Urbana   de   Rosario   es   un   proyecto   que   integra   a   varones   y   mujeres   en   la   promoción   del   desarrollo   socio-­‐económico   local.   El   mismo   consiste   en   fomentar   procesos   de   producción   ecológica,   de   procesamiento   y   de   comercialización   comunitaria   de   alimentos,   hierbas   medicinales   u   otros   productos   derivados   de   ellos,   que   pueden   ser   destinados   tanto  al  consumo  familiar  y  comunitario   como  a  su  venta  en  el  mercado.61  

    En   conformidad   con   lo   explicitado   en   el   Art.  2  de  dicho  documento,  algunos  de  los   principales  objetivos  del  PAU  son:         • Generar   modelos   locales   de   producción,   elaboración   y  

                                                                                                             

                                                                                                             

60

El   Centro   de   Estudios   para   la   Producción   Agroecológica   (CEPAR)   es   una   ONG   pionera   en   la   promoción   de   actividades   agroecológicas   en   Argentina.   La   misma   está   compuesta   por   un   grupo   de   profesionales   y   voluntarios   (ingenieros   agrónomos,   trabajadores   sociales,   campesinos   con   experiencia,   entre   otros)   que,   con  el  fin  de  proveer  a  los  sectores  marginados   un   medio   de   manutención,   toman   la   iniciativa   de  promover  el  desarrollo  de  huertas  familiares   y  comunitarias.   61  Ordenanza  Nº  7341/  2002.  Municipalidad  de   Rosario.   Creación   del   Programa   Municipal   de   Asistencia   y     Desarrollo   de   la   Agricultura   Orgánica.    

58

Algunas   de   sus   principales   consecuencias   fueron  el  dramático  aumento  de  los  niveles  de   pobreza   y   desempleo,   la   devaluación   del   peso,   el   incremento   de   la   canasta   básica   y     un   significativo   movimiento   de   éxodo   rural   hacia   las   ciudades.   Paralelamente,   se   atravesó   una   profunda   crisis   de   legitimidad   de   las   instituciones:  en  prácticamente  dos  semanas  se   sucedieron   cinco   presidentes   y   la   sociedad   se   movilizó  por  las  calles  golpeando  las  ollas  en  los   famosos   “cacerolazos”,   al   grito   de   “que   se   vayan  todos”  dirigido  a  la  clase  política.   59   Estimaciones   de   octubre   de   2002   del   Instituto  Nacional  De  Estadísticas  y  Censo.    

138


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                  El  papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada…    

comercialización comunitaria   de   hortalizas,   verduras,   legumbres,   frutas   orgánicas   y   plantas   aromáticas   medicinales   de   alta   calidad,   así   como   microemprendimientos   asociados   a   la   misma   como   bio-­‐fertilizantes   orgánicos,   composta,   fabricación   de   herramientas  artesanales  y  postes.     Capacitar   a   los   participantes   para   la   producción   y   comercialización   de   verduras   ecológicas   y   emprendimientos  asociados.  

no sólo   apunta   a   garantizar   la   seguridad   alimentaria   de   los   beneficiarios,   sino   que   además  les  brinda  capacitación,  un  trabajo   para   que   ellos   mismos   produzcan   sus   alimentos   -­‐de   muy   buena   calidad-­‐   y   un   lugar   dónde   puedan   comercializarlos.   Esta   distinción   es   fundamental   porque,   a   diferencia   de   las   políticas   asistencialistas,   los   ingresos   que   perciben   los   huerteros   serán  el  fruto  de  su  esfuerzo  y  dedicación,   lo   que   es   a   la   vez   una   fuente   de   orgullo   personal  y  de  reconocimiento  por  parte  del   resto   de   la   sociedad.   Además,   la   producción   de   alimentos   agroecológicos   permite   a   los   beneficiarios,   tradicionalmente   expulsados   del   mercado   formal   de   trabajo,   integrarse   al   circuito   socio-­‐económico   local,   fortalecer   una   identidad   de   grupo   y   un   sentimiento   de   pertenencia   a   una   organización   (sea   de   productores  o  de  comerciantes)  e  impulsar   otros   emprendimientos   productivos   complementarios.       Otro   aspecto   a   destacar   es   el   hecho   de   que  una  vez  realizada  una  inversión  inicial   en   calidad   de   capacitación,   herramientas,   abonos   y   semillas,   el   PAU   busca   ayudar   a   que   los   huerteros   alcancen   un   nivel   productivo  que  les  permita  comprarlos  por   si   mismos,   administrarse   de   forma   autónoma   y   reinvertir   en   sus   emprendimientos.   Recordemos   que   las   técnicas   agroecológicas   propuestas   procuran   recrear   en   las   huertas   el   equilibrio   de   la   naturaleza,   utilizando   tecnologías   ecológicas   y   re-­‐utilizando   los   residuos   urbanos,   lo   que   hace   muy   limitado   su   grado   de   dependencia   en   insumos  externos.       Ahora   bien,   el   PAU,   surgido   como   política   de  emergencia,  fue  evolucionando  a  pasos   agigantados   desde   su   creación   en   febrero   de   2002.   En   ese   sentido,   una   vez   atendida   la   necesidad   urgente   de   garantizar   la   seguridad   alimentaria,   comenzaron   a   fortalecerse   otras   iniciativas   complementarias   que   pudieran   llegar   a   asegurarles   a   los   productores   una   fuente  

Promover un   sistema   asociativo   de   producción   y   comercialización   que   permita   un   ingreso   mínimo   por   beneficiario   participante,   que   haga   sustentable  la  empresa  social  generada   por  el  proyecto.   Suministrar   recursos   técnicos,   científicos,   educativos   y   financieros   para   el   desarrollo   de   la   asociación   destinada   a   la   producción   de   hortalizas,   verduras,   legumbres,   frutas   y   plantas   aromáticas   medicinales,   frescas   o   envasadas,   y   emprendimientos   asociados   dentro   de   los  marcos  de  la  agricultura  orgánica  y   la   biodiversidad,   con   técnicas   innovadoras   de   gestión,   empaque,   distribución  y  comercialización.    

  Para   expresarlo   en   otras   palabras,   la   idea   consistía  en  aprovechar  los  recursos  locales   ociosos   (tierras   improductivas,   recursos   técnicos   altamente   calificados   disponibles   y   mano   de   obra   desocupada)   y   ponerlos   a   disposición  de  las  familias  pobres  para  que,   luego   de   una   cierta   capacitación,   ellos   mismos   sean   capaces   de   producir   y   comercializar   alimentos   naturales   y   saludables.         Y   aquí   reside   lo   que   para   nosotros   es   uno   de   los   mayores   méritos   de   la   agricultura   urbana:   el   PAU   es,   antes   que   nada,   una   estrategia   de   desarrollo,   que   tiene   beneficios   en   múltiples   dimensiones   y   que  

139


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia  

de ingreso   mínima   y   sostenible   en   el   tiempo.   En   este   marco   se   implementaron   las   ferias   semanales   y   la   entrega   de   “bolsones   a   domicilio”   para   la   comercialización   de   verduras,   se   inauguró   una   agroindustria   social   de   procesamiento   de   hortalizas   y   otra   de   cosmética   natural   (que   permitieron   agregarle   valor   a   los   productos)   y   se   impulsaron   estrategias   creativas  y  solidarias  como  el  “Vale  Verde”   y  el  “Bono  Mano  Verde”  para  ayudar  a  los   huerteros   en   caso   de   pérdidas   de   su   producción  por  fenómenos  naturales.           Asimismo,  desde  el  programa  se  promovió   la   cooperación   ente   instituciones   y   la   conformación   de   redes   solidarias   como   la   “Red  de  Huerteros  y  Huerteras  de  Rosario”   y  de  la  “Red  de  Consumidores  Vida  Verde”,   así   como   también   la   celebración   de   eventos  periódicos  como  la  “Semana  de  la   Agricultura   Urbana”   o   las   “Ferias   de   Intercambio   de   Semillas”.   Todas   éstas   iniciativas   intentaron   fomentar   la   participación   de   una   ciudadanía   independiente,  activa  y  organizada.       Finalmente,   en   el   ámbito   internacional,   el   PAU   participó   del   intercambio   de   experiencias   y   de   capacitaciones   en   foros   internacionales,   recibió     reconocimiento   mundial   con   los   Premios   de   Dubai   y   de   Medellín,   e   integró   proyectos   de   cooperación  internacional.  Dentro  de  estos   últimos,   encontramos   a   los   Proyectos   de:   “Optimización   del   uso   del   suelo   vacante   para   la   Agricultura   Urbana”,   coordinado   por   el   PGU-­‐NU;   “Construyendo   Barrios   productivos:   Integrando   la   Agricultura   Urbana   en   el   diseño   y   desarrollo   de   la   ciudad”,   impulsado   por   la   Universidad   de   McGill;   y   “Consolidación   del   PAU:   una   estrategia  socio-­‐productiva  de  lucha  contra   la   pobreza   e   inclusión   socio-­‐económica”,   apoyado  por  el  ICEI.         Conforme   a   los   datos   publicados   en   la   página   oficial   de   la   Municipalidad   de  

Rosario62 sobre  la  situación  actual  del  PAU,   puede   decirse   que   hoy   en   día   existen   640   huertas   para   el   consumo   familiar   y   comunitario,   integrando   a   más   de   10.000   familias   a   la   producción   orgánica   (lo   que   supone   el   auto-­‐abastecimiento   de   unas   40.000   personas);   140   huertas   que   comercializan  en  las  ferias,  una  importante   red   de   comercio   y   relaciones   solidarias;   5   ferias   semanales   ubicadas   en   plazas   públicas   en   los   Distritos   Centro,   Norte,   Noreste   y   Oeste,   y   Sudoeste   y   Sur;   1   agroindustria   social   de   lavado,   fraccionamiento   y   transformación   de   productos;   y   1   agroindustria   de   cosmética   natural.  

   

LA COOPERACIÓN   INTERNACIONAL   DESCENTRALIZADA  EN  EL  PAU       A   continuación   procederemos   a   focalizarnos   en   dos   acciones   puntuales   de   cooperación   que   incidieron   en   la   evolución   del  PAU:  los  proyectos  de  “Optimización  de   Uso   del   Suelo   Vacante   para   la   Agricultura   Urbana”   y   el   de   “Consolidación   de   la   Agricultura  Urbana  de  la  Municipalidad  de   Rosario:  una  estrategia  socio-­‐productiva  de   lucha   contra   la   pobreza   e   inclusión   socio-­‐ económica”.         Estos   dos   programas   fueron   seleccionados   en   función   de   que   en   ambos   puede   evidenciarse   la   participación   de   actores   internacionales,  aunque  en  contextos  y  con   dinámicas   diferentes.   En   el   primer   caso,   el   PAU   fue   seleccionado   junto   con   otras   dos   ciudades   latinoamericanas   para   integrar   un   programa   internacional   ya   definido   y   que   fue     impulsado   por   una   organización   internacional   de   renombre.   Por   el   contrario,   en   el   segundo   se   trata     de   un   programa   de   cooperación   especial   y   exclusivamente   diseñado   para   fortalecer  

                                                                                                              62

 Para  más  información  consultar:   http://www.rosario.gov.ar/sitio/desarrollo_soci al/empleo/agricul.jsp  

140


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                  El  papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada…    

las actividades   del   PAU   en   Rosario   e   impulsado  por  una  ONG  italiana.  

“Rosario”-­‐ como   internacionales   -­‐ubicados   por  fuera  del  mismo-­‐.       Si   nos   enfocamos   en   la   Red   Internacional   de   los   actores   que   participan   en   éste   programa,  vemos  cómo  el  eje  coordinador   es  el  PGU-­‐NU,  que  en  éste  caso  es  apoyado   por   dos   importantes   centros   de   investigación   y   promoción   del   desarrollo,   como   lo   son   el   IPES-­‐Perú   (Promoción   del   Desarrollo   Sostenible)   y   el   Centro   Internacional   de   Investigaciones   para   el   Desarrollo   (IDRC-­‐   Canadá).   Por   otro   lado,   para   este   proyecto   en   particular   se   seleccionaron   a   tres   ciudades   latinoamericanas   donde   se   estudiaría   la   aplicación   simultánea   de   éste   programa:   Rosario   (Argentina),   Cienfuegos   (Cuba)   y   Gobernador  Valadares  (Brasil).         En   lo   que   respecta   a   la   Red   Interna,   esquematizada   al   interior   del   círculo,   podemos  ver  que  existe  una  gran  variedad   de   actores   locales,   articulados   en   un   modelo   de   gestión   asociada:   el   Programa   de   Agricultura   Urbana   de   Rosario.   Entre   los   principales   participantes   se   encuentran   las   distintas  dependencias  de  la  Municipalidad   (la   Dirección   General   de   Topografía   y   Catastro,   el   Plan   Director,   la   Dirección   General   de   Parques   y   Paseos,   el   área   de   Planificación  Social,  el  Servicio  Público  de  la   Vivienda,   la   Oficina   de   Coordinación   General   del   Plan   Estratégico   y   el   Consejo   Deliberante   de   la   ciudad);   grupos   de   huerteros   y   huerteras;   ONG   Nacimiento;   Centros   Comunitarios   y   Organizaciones   Sociales.   Todos   estos   agentes   fueron   coordinados  por  el  PAU,  dependiente  de  la   Secretaria   de   Promoción   Social   de   la   Municipalidad;   el   CEPAR,   como   responsable   de   la   dimensión   técnico-­‐ agronómica,   y   el   Centro   de   Estudios   del   Ambiente   Humano   (CEAH)   de   la   Facultad   de   Arquitectura   Planeamiento   y   Diseño   de   la  Universidad  Nacional  de  Rosario.    

  Proyecto   de   “Optimización   de   Uso   del   Suelo   Vacante   para   la   Agricultura   Urbana”  (2002-­‐  2003)       A   partir   de   junio   del   año   2002,   el   PAU   de  Rosario  se  suma  al  proyecto  regional   de   Consulta   Urbana   para   el   desarrollo   de   la   Agricultura   Urbana,   dirigido   por   el   Programa   de   Gestión   Urbana   de   la   Organización   de   Naciones   Unidas63   (en   adelante   PGU-­‐NU)   y   luego   es   seleccionada  para  formar  parte  de  una   iniciativa   regional   denominada   “Proyecto   de   Optimización   de   Uso   de   Suelo   vacante   para   la   AU”,   en   el   que   participó   simultáneamente   con   otras   dos   ciudades:   Gobernador   Valadares   (Brasil)  y  Cienfuegos  (Cuba)64.       En   la   figura   1   podemos   observar   a   los   actores   involucrados   en   el   “Proyecto   de   Optimización   de   Uso   de   Suelo   vacante   para   la   AU”   tanto   locales   -­‐al   interior   del   circulo  

                                                                                                              63

El   PGU   es   “un   programa   de   cooperación   técnica   a   largo   plazo   destinado   a   apoyar   a   las   ciudades   de   los   países   en   desarrollo   en   sus   esfuerzos   para   promover   un   desarrollo   urbano   sostenible   basado   en   tres   campos   de   acción:   reducción   de   la   pobreza   urbana   (empleos,   servicios,   integración   social),   gestión   medioambiental   urbana   (ordenamiento,   infraestructuras),   y   promoción   de   una   gobernanza  urbana  (descentralización,  finanzas   municipales,   impuestos   territoriales)”(Boletín   URBANEWS,  no.  10,  2004:1).   64   El   PGU   provee   de   herramientas   y   busca   fortalecer   las   dinámicas   locales,   pero   no   las   crea  por  si  mismo.  Es  por  eso  que,  para  que  el   programa   pueda   realizarse   deben   existir   previamente   algunas   condiciones   esenciales,   tales   como   una   voluntad   clara   de   las   autoridades   locales   para   desarrollar   la   iniciativa   y  una  sociedad  civil  dinámica  y  organizada  que   adquiera   el   compromiso   de   dialogar   con   las   autoridades   y   con   capacidad   de   contribuir   al   proyecto  (Hernández,  2009).  

141


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia  

FIGURA  1   Redes  de  Actores  del  “Proyecto  de  Optimización  de  Uso  de  Suelo  vacante  para  la  AU”    

Fuente: Elaboración  propia.   1/  Dentro  de  la  UNR  participó  en  concreto  el  CEAH  (Centro  de  Estudios  del  Ambiente  Humano  de  la  Fac.   de  Arquitectura).     Referencias:  CEPAR:  Centro  de  estudios  para  la  Producción  Agroecológica  de  Rosario.                Programa  Pro-­‐Huerta  del  INTA  (Instituto  Nacional  de  Tecnología  Agropecuaria).                  IPES:  Promoción  del  Desarrollo  Sostenible  (Perú).                  PGU-­‐ALC:  Programa  de  Gestión  Urbana  (ONU)  de  América  Latina  y  el  Caribe.                  CRDI:  Centro  Internacional  de  Investigaciones  para  el  Desarrollo  (Canadá).                  Acuerdos  de  Cooperación  Inter-­‐institucionales.  

  Ahora   bien,   los   distintos   actores   decidirán     participar   o   no   en   el   diseño   e   implementación   de   un   programa   determinado   si   consideran   que   el   mismo   posee   un   objetivo   que   sea   compatible   o   funcional   a   los   suyos   propios.   El   objetivo   de   la   cooperación   internacional   en   este   proyecto  es  el  de  “facilitar  a  los  sectores  de   menores  recursos  el  acceso  y  la  tenencia  de   los   terrenos   urbanos   vacantes   para   su   uso   productivo,   integrando   la   Agricultura   Urbana  (AU)  a  la  planificación  física  y  a  las   políticas   municipales,   con   el   fin   de   promover  la  inclusión  social  y  la  mejora  del   ambiente  urbano”  (IPES,  2010:1).65  

    Este   objetivo   interesa   al   PAU   para   impulsar   a   la   AU   como   a   una   actividad   permanente   (y   no   sólo   como   a   una   medida   de   emergencia   por   la   crisis)   y   conseguir   así   espacios   más   estables.   Para   ello,   era   indispensable   contar   con   un   diagnóstico   preciso   y   con   información   actualizada   sobre   los   terrenos   disponibles,   la   calidad   de   los   suelos   y   una   estimación   de   por   cuánto   tiempo   podrían   ser   utilizados   para   la   AU.   Con   este   fin   se   crearon   grupos   interdisciplinarios   entre   los   distintos   actores  vinculados  a  la  AU,  que  trabajaron   entre   septiembre   de   2002   y   diciembre   de   2003   recolectando   y   analizando   información,   se   realizaron   entrevistas   a   expertos,   se   interpretaron   mosaicos  

                                                                                                              65    Extraído  del  sitio  oficial  del  Instituto   de  Promoción  del  Desarrollo  Sostenible  (Perú)   sobre  el  “Caso  Rosario”.  

142


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                  El  papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada…    

fotogramétricos digitalizados,   se   crearon   mapas   de   los   suelos   no   construidos   y   aptos   para   la   AU,   material   de   difusión   y   de   capacitación   y,   finalmente,   se   propusieron   ordenanzas   municipales   para     regular   la   cesión  de  la  tierra  para  la  AU.       Respecto   al   aporte   de   la   cooperación   internacional   en   todo   este   proceso,   el   apoyo   del   PGU   se   materializa   bajo   la   forma   de   intercambio   de   expertos,   de   información,   de   apoyo   técnico   y   la   realización   de   jornadas   de   capacitación   a   los  actores  locales,  con  el  fin  de  asesorarlos   y   de   ayudarlos   en   los   procesos   de   identificación   de   las   problemáticas   urbanas   prioritarias,  la  definición  de  los  objetivos  a   realizar  y  la  elección  de  los  posibles  cursos   de  acción  a  seguir  (Boletín  URBANEWS,    no.   10,  2004).       Desde   una   perspectiva   local,   pueden   destacarse  a  grandes  rasgos  dos  principales   beneficios  que  este  proyecto  internacional   implicó  para  el  PAU.    Por  un  lado,  con  este   trabajo   se   produce   una   progresiva   incorporación   de   la   AU   en   las   políticas   municipales   (que   desembocaron   en   su   inclusión   dentro   del   Plan   Director   de   la   ciudad)  y  se  crea  un  “Fondo  de  Tierras  para   la   AU”,   que   estaría   en   adelante   encargado   de   la   identificación   permanente   y   de   la   incorporación   de   tierras   vacantes   y   aptas   para  la  AU.         Por  otro  lado,  Antonio  Lattuca66  señaló  que   éste  proyecto  sirvió  para  darle  visibilidad  y   un  aval  internacional  que  fue  esencial  para   involucrar   a   la   Universidad   y   a   las   diferentes   áreas   de   la   Municipalidad   (no   vinculadas   tradicionalmente   a   la   AU),   sin   las   cuales   no   hubiera   podido   realizarse   el   diagnóstico  de  los  terrenos  vacantes.  En  las   palabras   de   Terrile:   “(…)   cuando   íbamos   a   Catastro   como   CEPAR   o   como   PAU   que  

recién empezábamos  no  nos  daban  ni  cinco   de   bolilla,   pero   cuando   decíamos   que   era   parte   de   un   proyecto   con   Naciones   Unidas   y   que   se   hacen   con   ciudades   de   Cuba   y   Brasil  se  abrían  todas  las  puertas.”67       Como  contrapartida  a  la  ayuda  recibida,  las   tres   ciudades   actuaron   posteriormente   como   casos-­‐pilotos,   aportando   a   la   comunidad   internacional   sus   experiencias   locales,   intercambiando   técnicos   o   elaborando  materiales  de  estudio  donde  se   explican   las   buenas   prácticas,   se   advierte   sobre   los   inconvenientes   encontrados   y   se   recomiendan   cursos   de   acción   a   otras   ciudades   que   pudieran   estar   interesadas   en  aplicar  un  programa  similar.    

Proyecto  “Consolidación  de  la   Agricultura  Urbana  de  la   Municipalidad  de  Rosario:  Una   estrategia  socio-­‐productiva  de  lucha   contra  la  pobreza  e  inclusión  socio-­‐ económica”  (2008-­‐  2011)       Este  proyecto,  de  tres  años  de  duración   (marzo   de   2008   hasta   abril   de   2011)   resultó   de   una   elaboración   y   presentación   conjunta   por   parte   del   equipo   del   PAU   y   el   Istituto   Cooperazione  Economica  Internazionale   (ICEI)68     ante   el   Ministerio   de   Relaciones  Exteriores  de  Italia.69                                                                                                                   67  

Entrevista realizada  a  Raúl  Terrile  en  su   calidad  de  ingeniero  agrónomo  integrante  del   CEPAR  y    técnico  del  Programa  Municipal  de   Agricultura  Urbana  en  Rosario  (Arancibia,   2011).     68  El  ICEI  es  una  ONG  italiana  que  trabaja  en  la   promoción   de   prácticas   tendientes   a   lograr   un   desarrollo   humano   sustentable   y   la   inclusión   con   equidad   en   diferentes   continentes.   El   ICEI   Mercosur  llega  a  Argentina  a  fines  de  2002,  con   la   intención   de   apoyar   a   las   pequeñas   estructuras   locales   afectadas   por   la   crisis   de   2001   y,   una   vez   en   el   país,   la   ONG   se   interesa   en  la  trayectoria  del  PAU  de  Rosario  y  entra  en  

                                                                                                              66

Entrevista  realizada  a  Antonio  Lattuca  en  su   calidad  de  Director  del  PAU  de  Rosario  y  de   precursor  del  CEPAR  (Arancibia,  2011).  

143


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia  

En la  figura  2  podemos  observar  tanto  a   los  actores  involucrados  en  el  “Proyecto   Consolidación   de   la   Agricultura   Urbana   de   la   Municipalidad   de   Rosario:   una   estrategia   socio-­‐productiva   de   lucha   contra   la   pobreza   e   inclusión   socio-­‐ económica”,   como   a   las   redes   de   vinculaciones   –   internacionales   y   locales-­‐   que   éstos   establecen   entre   si.     En   el   área   exterior   al   círculo   identificamos   a   la   Red   internacional   de   actores  que  participan  de  forma  más  o   menos   directa   en   este   proyecto.   El   principal   interlocutor   y   socio   exterior   del  programa  de  consolidación  del  PAU   es   el   consorcio   ICEI-­‐GVC,   que   recibe   apoyo   y   financiamiento   del   Ministerio   de  Asuntos  Exteriores  de  Italia  (MAE)  e   incluso   de   otros   donantes   menores,   como  es  el  caso  de  las  Municipalidades   de   Milán   y   de   Génova.   Dentro   de   esta   estructura,   el   ICEI   cumple   el   papel   de   director   y   titular   de   la   iniciativa,   constituyéndose   por   lo   tanto   en   el   responsable  ante  el  MAE  de  la  gestión  y   ejecución  de  la  misma.       En   lo   que   respecta   a   la   Red   de   actores   locales,   representada   al   interior   del   círculo   denominado   “Rosario”,   es   importante  aclarar  que  la  figura  2  no  es   exhaustiva,   sino   que   solamente   pretende   mostrar   de   modo   esquemático   a   los   principales   grupos   e   instituciones   responsables   de   la   implementación  del  PAU.  En  este  caso,   los   socios   locales   del   Proyecto   son   la   Municipalidad  de  Rosario,  a  través  de  la   Secretaria  de  Promoción  Social;  CEPAR;   Fundación   PASOS;   Red   de   Huerteras   y  

Huerteros de   Rosario;   UNR;   y   Pro-­‐ Huerta,  del  INTA  (ICEI  Mercosur,  2010).       El   objetivo   de   este   programa   es   el   de   “contribuir   a   la   mejora   de   las   condiciones   socio-­‐económicas   de   la   población   de   Rosario,   consolidando   un   modelo  productivo  agroecológico  y  eco-­‐ sostenible  promovido  por  el  PAU  y,  a  la   vez,   contribuir   a   la   conservación   y   la   valorización   de   las   zonas   verdes   en   la   ciudad”.   Adicionalmente,   otra   de   las   principales  metas  que  se  persigue  es  la   de   “(...)   transformar   al   PAU   en   un   modelo   de   economía   social   con   potencialidad  de  replicabilidad  en  otras   ciudades,   colaborando   de   este   modo   con   las   instituciones   locales   en   la   definición  de  políticas  públicas  de  lucha   contra   la   pobreza   en   el   ámbito   urbano”.70       Con   respecto   a   los   aportes   de   la   cooperación  internacional  para  el  PAU,   según   el   Convenio   marco   de   cooperación   y   asistencia   firmado,   las   inversiones   directas   de     los   actores   internacionales   se   estiman   en   un   monto   de   1.100.000   euros   más   compromisos   de   colaborar   con   los   recursos   humanos   necesarios,   brindar   capacitación   y   asistencia   técnica   a   través   de   expertos;   aportar   equipamiento   y;   solventar   gastos   de   funcionamiento,   eventos,   seminarios   y   de   comunicación   y   publicidad   del   proyecto.      

                                                                                                              contacto   con   los   responsables   del   mismo   (ICEI   Mercosur,  2010).     69  Extraído  de  material  de  difusión  elaborado   por  el  Istituto  Cooperazione  Economica   Internazionale  (2010).    

                                                                                                              70

Extraído   de   material   de   difusión   elaborado   por   el   Istituto   Cooperazione   Economica   Internazionale  (2010).    

144


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                  El  papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada…     FIGURA  2     Redes  de  Actores  del  “Proyecto  Consolidación  de  la  Agricultura  Urbana  de  la  Municipalidad  de   Rosario:  una  estrategia  socio-­‐productiva  de  lucha  contra  la  pobreza  e  inclusión  socio-­‐económica”  

Fuente: Elaboración  propia.   Referencias:  CEPAR:  Centro  de  estudios  para  la  Producción  Agroecológica  de  Rosario.                Programa  Pro-­‐Huerta  del  INTA  (Instituto  Nacional  de  Tecnología  Agropecuaria).                  MAE:  Ministerio  de  Relaciones  Exteriores  de  Italia.                  ICEI:  Istituto  Cooperazione  Economica  Internazionale  (Italia).                  CEAH:  Centro  de  Estudios  del  Ambiente  Humano  de  la  Facultad  de  Arquitectura  (UNR).                  Acuerdos  de  Cooperación  Inter-­‐institucionales.      

Por su  lado,  la  Municipalidad  de  Rosario  se   compromete   a   aportar   los   espacios   físicos   necesarios   para   desarrollar   tareas   administrativas   y   de   capacitación,   y   colaborar   con   su   funcionamiento;   aportar   los   recursos   humanos   con   que   cuenta   el   PAU   (promotores   y   técnicos);   colaborar   con   la   logística   y   organización   de   Seminarios   y   Eventos,   entre   otras   cosas.   Finalmente,   la   CEPAR   se   compromete   a   poner   a   disposición   del   proyecto   a   su   personal   y   a   realizar   las   actividades   previstas   respetando   la   repartición   financiera  establecida.71    

Para concluir  podemos  decir  que,  si  bien  el   Programa   de   consolidación   del   PAU   se   encuentra   aún   temporalmente   muy   próximo   -­‐por   lo   que   cualquier   intento   balance   general   podría   ser   apresurado   e   incompleto-­‐   los   resultados   ya   han   comenzado  a  tener  un  impacto  visible  en  el   desarrollo   de   la   AU   en   Rosario.   La   acción   conjunta   se   concentró   en   la   infraestructura   productiva   durante   el   primer   año   (2008/09),   fortaleció   sobretodo   la   comercialización   (2009/10)   y   durante   el   año   pasado   (2010/11)   se   trabajó   en   los   aspectos   relacionados   con   la   difusión   del   PAU.  Finalmente,  a  pesar  de  que  aún  no  se   han   concluido   los   análisis   y   evaluaciones   finales,   tanto   Marinello   (contraparte   internacional)   como   Lattuca   (contraparte  

                                                                                                              71

Información  extraída  del  “Convenio  Marco  de   Cooperación  y  Asistencia  ente  la  Municipalidad   de  Rosario  y  la  Fundación  Pasos”  (2008).  

145


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia  

local) coinciden  en  destacar  la  importancia   de   este   proyecto   de   cooperación   internacional  en  el  desarrollo  del  PAU.      

tanto a   nivel   nacional   como   internacional.       Ahora   bien,   como   pudimos   observar,   existen  diferencias  tanto  en  la  duración   como   en   la   forma   de   involucramiento   de   las   contrapartes   internacionales   en   los   proyectos   de   “Optimización   del   uso   del   suelo   vacante   para   la   Agricultura   Urbana”   y   el   de   “Consolidación   del   Programa   de   Agricultura   Urbana:   una   estrategia   socio-­‐productiva   de   lucha   contra   la   pobreza   e   inclusión   socio-­‐ económica”.   Mientras   que   el   proyecto   del  PGU  tuvo  una  duración  aproximada   de  un  año  y  consistió  principalmente  en   un  apoyo  institucional  e  intercambio  de   información   con   una   contribución   económica   orientada   principalmente   a   financiar   trabajos   de   investigación,   el   acuerdo  con  el  ICEI  es  a  más  largo  plazo   y   comprende   un   apoyo   mucho   más   integral   a   los   distintos   aspectos   del   PAU,   incluyendo   una   mayor   participación   financiera   y   en   capacitación.         Asimismo,   nos   parece   interesante   reproducir   la   opinión   de   Raúl   Terrile   sobre  los  aportes  de  ambos  Programas:          

ANÁLISIS DEL  ROL  DE  LA   COOPERACIÓN  INTERNACIONAL   DESCENTRALIZADA  EN  EL  PAU       El   PAU   de   Rosario   es   una   estrategia   de   desarrollo   local   que   supo   potenciar   sus   recursos   endógenos   a   través   de   la   participación   en   diferentes   programas   internacionales  como  los  de  “Optimización   del   uso   del   suelo   vacante   para   la   Agricultura   Urbana”   (junio   2002   -­‐   mayo   2003);   “Construyendo   Barrios   Productivos:   Integrando   la   Agricultura   Urbana   en   el   diseño   y   desarrollo   de   la   ciudad”(2004-­‐ 2006);   y   “Consolidación   del   Programa   de   Agricultura   Urbana:   una   estrategia   socio-­‐ productiva   de   lucha   contra   la   pobreza   e   inclusión   socio-­‐económica”(marzo   2008   -­‐   abril  2011).       Además   de   esos   programas,   el   PAU   también   fue   beneficiario   de   algunas   inversiones   puntuales   para   la   fabricación   de   herramientas   y   para   la   marca   de   las   agroindustrias,   del   reconocimiento   internacional   -­‐premio   a   las   “Diez   mejores   prácticas   del   mundo   para   mejorar   las   condiciones   de   vida”   (2004)   y   el   “Premio   de   Medellín   a   la   Transferencias   de   Buenas   Prácticas”   (2005)-­‐   y,   finalmente,   participó   dando   y   recibiendo   capacitaciones   e   intercambios   de   experiencias   a   nivel   nacional,  regional  y  mundial.    

(...) son   dos   tipos   de   proyectos   diferentes,     lo   que   no   quiere   decir   que   uno  sea  mejor  que  el  otro  sino  más  bien   a   mi   me   parece   que   ambos   son   complementarios.   (…)   lo   de   Naciones   Unidas   fue   un   proyecto   de   investigación   donde   a   vos   te   financian   la   capacitación,   el   personal,   los   planos   que   van   a   usar,   etcétera.   Te   financian   el   proyecto   de   investigación.   Mientras   que   el   proyecto   del   ICEI   de   “Consolidación   al   PAU”   es   mucho   más   grande,   y   a   diferencia   del   anterior,   te   financian   equipamiento,   es   más   concreto,   te   queda   capacidad   instalada.   En   el   otro   también   te   queda   capacidad   instalada   pero   en   conocimiento,     es   más   abstracta,   no  

Con  respecto  a  los  aportes  al  PAU  de  la   cooperación   internacional   recibida   hasta   el   momento,   si   bien   hubo   un   cierto   apoyo   financiero   en   distintas   oportunidades,  el  principal  beneficio  de   su   participación   en   estos   programas   parece   haber   sido   el   aval   que   le   fue   dado   por   instituciones   de   renombre   y   la   oportunidad   de   darse   a   conocer  

146


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                  El  papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada…     tangible.   A   mi   el   proyecto   de   “Optimización  del  Uso  del  suelo  vacante”   me   pareció     muy   valioso   y   creo   que     porque  nos  sirvió  para  crear  un  Banco  de   Suelos,   pudimos   incidir   en   la   legislación,   reglamentar   las   Ordenanzas,   etcétera   (...)   Como   te   dije   antes,   si   bien   son   dos   cosas   distintas,   para   mi   son   complementarias   y   a   nosotros   nos   sirven   las  dos.”72  

recurso donde  nuestra  experiencia  podía   ser  aplicada  en  otros  lugares.”73  

  El   segundo   motivo   que   nos   parece   interesante  subrayar  es  la  participación  de   los   actores   locales   en   el   diseño   de   los   programas.   En   la   investigación     pudimos   observar  que,  en  el  caso  del  PGU,  técnicos   argentinos   fueron   convocados   en   la   construcción   de   las   tipologías   para   la   clasificación   de   los   suelos   y,   en   el   del   ICEI,   fueron   los   actores   locales   quienes   realizaron  el  diagnóstico  de  las  necesidades   del  PAU.         Por   último,   quisiéramos   enfatizar   lo   que   a   nuestro   criterio   son   las   dos   conclusiones   más   relevantes   del   análisis   del   papel   de   la   cooperación   internacional   en   el   PAU   de   Rosario.       La   primera   de   ellas   hace   referencia   a   la   relación   entre   el   diseño   y   la   planificación   de   los   proyectos,   por   un   lado,   y   las   realidades  en  las  que  los  mismos  van  a  ser   implementados,   por   el   otro.   Es   ampliamente   reconocido   hoy   en   día   que   mientras   más   adaptado   esté   un   programa   de  cooperación  al  problema  a  solucionar  y   a   las   características   de   un   territorio   dado,   más   efectivo   será   y   obtendrá   resultados   más   profundos   y   sostenibles   en   el   tiempo.   Sin   embargo,   en   la   práctica   internacional   actual,   en   general,   aún   persisten   dificultades   para   superar   el   paradigma   tradicional  de  la  cooperación  internacional   y   para   erradicar   algunas   prácticas   jerárquicas  (top-­‐down)  que  lo  caracterizan.   Como   lo   explica   Lattuca   en   la   entrevista   realizada,  tanto  las  áreas  temáticas  que  se   priorizan   como   el   formato   de   los   programas   (como,   por   ejemplo,   las   características   a   cumplir   o   la   participación  

    Dentro   de   ésta   línea   de   pensamiento   consideramos   que   ambos   Proyectos   analizados   pueden   inscribirse   dentro   de   lo   que   presentamos   como   el   nuevo   paradigma   de   cooperación   internacional,   debido   fundamentalmente   a   dos   razones.   La   primera   de   ellas   la   constituye   el   hecho   de   la   bi-­‐direccionalidad   de   la   acción   y   el   mutuo   beneficio   de   la   relación   de   cooperación   establecida.   En   este   sentido,   podemos   constatar   que   a   través   de   la   implementación   de   ambos   programas   los   actores   externos   obtuvieron   interesantes   casos   de   estudio   que   pudieron   ser   luego   utilizados   como   “modelos”   en   otros   países.   Como  lo  explica  Terrile:         “La   experiencia   de   Rosario   es   bastante   particular   por   la   dimensión   que   tomó   y   por   las   actividades   que   empezamos   a   desarrollar   dentro   de   la   política   pública   (...)   no   son   muchos   los   casos   en   los   que   los   Municipios   estén   involucrados   de   manera   plena   tal   como   lo   estamos   acá   dónde   la   AU   es   política   municipal   (…)     Entonces   Rosario   le   sirvió   a   ellos   como   un   caso   testigo,   un   caso   de   estudio   interesante,  y  nosotros  empezamos  a  ser   la   ciudad   referente   o   que   podía   actuar   como   modelo   en   otros   programas   que   siguieron   (…)   contando   un   poco   todo   ese   camino   que   nosotros   recorrimos   con   la   intención  de  ver  si  a  ellos  les  servía  para   emularlo   en   sus   ciudades.   Es   decir   que   pasamos   de   ser   una   ciudad   beneficiaria   de   la   cooperación,   a   ser   una   ciudad  

                                                                                                             

                                                                                                             

72  Entrevista  realizada  a  Raúl  Terrile  en   su  calidad  de  ingeniero  agrónomo  integrante   del  Cepar  y    técnico  del  Programa  Municipal  de   Agricultura  Urbana  en  Rosario.  [Arancibia,   2011]  

73  Entrevista  realizada  a  Raúl  Terrile  en   su  calidad  de  ingeniero  agrónomo  integrante   del  Cepar  y    técnico  del  Programa  Municipal  de   Agricultura  Urbana  en  Rosario.  [Arancibia,   2011]  

147


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia  

de algún   tipo   de   actor   público   o   de   la   sociedad   civil   en   particular)   suelen   ser   determinadas  por  “modas”  internacionales   en   lugar   de   surgir   de   un   análisis   de   las   necesidades  locales.           La   segunda   de   las   conclusiones     que   se   desprende  de  ésta  investigación  es  que  en   todos   los   casos,   un   aspecto   muy   importante  -­‐si  no  fundamental-­‐  para  poder   acceder   a   la   cooperación   internacional   lo   constituye  la  (pre)existencia  de  una  alianza   firme   entre   los   principales   actores   locales   involucrados   en   un   tema,   que   puedan   instituirse   como   interlocutores   fiables   y   capaces   de   trabajar   en   pos   de   un   objetivo   en   común   bien   definido.74   Para   expresarlo   en  otros  términos,  -­‐y  como  lo  demuestra  el   caso  del  PAU-­‐  la  cooperación  internacional   puede  constituir  una  herramienta  muy  útil   para  impulsar  procesos  de  desarrollo  local,   pero   esto   no   implica   que   sea   capaz   de   crearlos   o   de   iniciarlos   por   sí   misma   si   no   existen  previamente  voluntad,  iniciativas  o   un   tejido   social   propicio   a   nivel   local.   Si,   por   el   contrario,   ya   hay   un   proceso   local   “en   curso”,   la   cooperación   puede   ayudar   efectivamente   a   fortalecerlo,   no   sólo   mediante   líneas   de   financiamiento,   sino   también   aportando   su   experiencia,   reforzando   los   aspectos   débiles   de  

programa o   introduciendo   elementos   innovadores.    

 

CONCLUSIONES  FINALES       El   Programa   de   Agricultura   Urbana   de   Rosario  es  una  estrategia  de  desarrollo   económica,   social   y   ambientalmente   sustentable   que   surge   como   una   medida   de   supervivencia   durante   lo   peor  de  la  crisis  argentina  y  evoluciona   rápidamente.  La  misma  fue  -­‐y  continúa   siendo-­‐   localmente   diseñada   y   gestionada   a   partir   de   la   conformación   de   una   red   que   integra   a   actores   públicos  y  privados,  gubernamentales  y   de   la   sociedad   civil.   Sin   embargo,   resulta   interesante   destacar   que   dicho   “carácter   local”   no   impidió   que   el   programa   haya   sabido   aprovechar   las   oportunidades   del   sistema   internacional,  potenciando  sus  recursos   endógenos   mediante   su   participación   en  proyectos  conjuntos  -­‐y  mutuamente   beneficiosos-­‐  con  actores  externos.       Con  respecto  a  los  aportes  para  el  PAU   de  la  cooperación  internacional  recibida   hasta   el   momento,   podemos   concluir   que   si   bien   hubo   un   cierto   apoyo   financiero   en   distintas   oportunidades,   el  principal  beneficio  de  su  participación   en   éstos   programas   parece   haber   sido   el  aval  que  le  fue  dado  por  instituciones   de   renombre,   hecho   que   le   permitió   legitimarse   ante   la   sociedad   local   y   fortalecer  alianzas  internas  por  un  lado,   y  ganar  visibilidad  -­‐y  reconocimiento-­‐  a   nivel  internacional  por  el  otro.    

                                                                                                              74    Éste   fenómeno   se   ve   reflejado,   en   el   del   PGU   de   Naciones   Unidas,   bajo   la   exigencia   de   que   exista   la   voluntad   de   las   autoridades   locales   y   una   sociedad   civil   dinámica   y   organizada   como   condición   sine   qua   non   para   participar   del   mismo.   En   el   programa   de   consolidación   del   PAU   del   ICEI   mientras   tanto,     Lilli   Marinello   explica   “(...)   la   parte   técnica   la   puede  aportar  el  mismo  programa  por  ejemplo   en  la  parte  productiva  de  las  huertas  urbanas  y   los   parques-­‐   huerta   tienen   los   recursos   especializados   para   eso,   pero   por   ahí   en   otras   partes   necesitan   asesoramiento   como   por   ejemplo   en   la   parte   comercial,   en   las   buenas   prácticas   y   en   el   caso   del   asociativismo,   dónde   se   contrata   o   se   aporta   los   recursos   necesarios.[Entrevista  realizada  a  Lilli  Marinello   en   su   calidad   de   directora   general   de   la   cooperación   italiana   del   ICEI   Mercosur,   (ARANCIBIA,  2011)]  

  Finalmente,   quisiéramos   destacar   que   nuestra  intención  al  estudiar  el  papel  de  la   cooperación  internacional  en  el  PAU  no  es  

148


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                  El  papel  de  la  cooperación  internacional  descentralizada…    

la de   idealizarla   ni   justificar   su   utilización   en   todos   los   casos   e   independientemente   de   sus   condiciones.   Tampoco   quisiéramos   caer  en  el  extremo  opuesto  que  demoniza   a  la  cooperación  internacional  y  la  descarta   de   entrada   por   considerarla   como   a   una   nueva   forma   de   imperialismo,   que   vienen   solamente  a  imponer  cosas  o  para  obtener   información.           Es  por  esto  que,  tratando  de  evitar  caer  en   una   lectura   ingenua,   por   un   lado,   y    

conspirativa, por   el   otro,   queremos   servirnos  del  caso  del  PAU  de  Rosario  para   resaltar   el   hecho   de   que   la   cooperación   internacional  puede  ser  efectivamente  una   herramienta   importante   para   impulsar   proyectos   de   desarrollo   local,   siempre   y   cuando  se  cumplan  cuestiones  como  lo  son   el   respeto   de   las   necesidades   y   las   realidades   locales,   por   un   lado,   y   que   sea   coherente   con   la   naturaleza   y   funcional   a   los   objetivos   del   proyecto   de   desarrollo   local  endógeno,  por  el  otro.  

REFERENCIAS     Arancibia,   Victoria   (2011),   “La   cooperación   internacional   descentralizada   como   herramienta   para   el   desarrollo   local:   El   caso   del   Programa   de   Agricultura   Urbana   de   la   ciudad   de   Rosario   (2002-­‐2010)”,   tesina  de  grado  de  la  Facultad  de  Ciencia  Política  y  Relaciones  Internacionales,  Argentina,  Universidad   Nacional  de  Rosario,  julio.   Boletín  URBANEWS  (2004),  “Un  programa  mundial  pionero:  El  Programa  de  Gestión  Urbana”,  Dirección  del   Desarrollo  y  de  la  Cooperación,  octubre.     Dubois,   Alfonso   (2000),   “Desarrollo   Humano”   en   Pérez   de   Armiño,   Karlos,   Diccionario   de     Acción   Humanitaria   y   Cooperación   para   el   Desarrollo,   Hegoa,   disponible   en:   http://www.dicc.hegoa.ehu.es/listar/mostrar/682   Hernández   Rodríguez,   Carol   (2009),   “El   Programa   de   Agricultura   Urbana   en   Rosario,   Argentina”,   Instituto   de   Investigación   y   Debate   sobre   la   Gobernanza,   septiembre,   disponible   en:   http://www.institut-­‐ gouvernance.org/fr/analyse/fiche-­‐analyse-­‐440.html   ICEI  MERCOSUR  (2010),    Memoria  2003-­‐2010,    Buenos  Aires,  marzo.   Instituto   de   Promoción   de   Desarrollo   Sostenible,   “Agricultura   Urbana:   El   caso   Rosario”,   disponible   en:   http://www.ipes.org/index.php?option=com_content&view=article&id=211&Itemid=133#once     Madoery,  Oscar  (2009),  “Cambio  de  época  y  política  endógena.  Una  mirada  desde  las  Ciencias  Sociales”,  Red   de   Desarrollo   Económico   Territorial   y   Empleo   para   América   Latina   y   el   Caribe,   disponible   en:   http://www.dete-­‐alc.org/reddete-­‐biblio.asp      _____  (2009),  “Un  análisis  de  caso  desde  la  perspectiva  del  desarrollo  territorial.  Rosario,  Argentina,  1995-­‐ 2008”,   Semestre   Económico,   vol.   12,   no.   24,   Medellín,   pp.   69-­‐92,   disponible   en:   http://redalyc.uaemex.mx/src/inicio/ArtPdfRed.jsp?iCve=165013125004.  

149


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                                        Victoria  Arancibia   Mougeot,  Luc  (2001),  “Agricultura  Urbana:  Concepto  y  definición”,  Revista  Agricultura  Urbana,  no.  1,  Quito,   disponible  en:  http://www.ipes.org/index.php?option=com_content&view=article&id=112&Itemid=104     Petrantonio,   Marcela   (2002),   “La   cooperación   internacional   descentralizada   como   herramienta   para   el   desarrollo”,   documento   preparado   para   el   Seminario   Ciudades   en   el   Siglo   XXI,   disponible   en:   http://www.ciudadpolitica.com/modules/news/article.php?storyid=5   Romero,   Maria   del   Huerto,     “Nuevos   enfoques   en   la   Cooperación   Internacional.   La   cooperación   descentralizada  y  el  Programa  URB-­‐AL  de  la  Comisión  Europea”,  documento  de  la  Red  7  del  Programa   URB-­‐   AL,   disponible   en:   http://ec.europa.eu/europeaid/where/latin-­‐america/regional-­‐ cooperation/urbal/publications_es.htm       _____   (2006),   “Aportes   para   la   construcción   de   un   marco   de   referencia   conceptual   en   el   espacio   de   las   relaciones   Unión   Europea   -­‐   América   Latina”,   Observatorio   de   Cooperación   Descentralizada   UE-­‐AL,   Montevideo,  disponible  en:  http://www.observ-­‐ocd.org/LibreriaPagina.asp?id=233   Tamburrini,   María   Cristina   (2005),   “UNA   CIUDAD   CON   CALIDAD   DE   VIDA.   Inclusión   social   y   espacio   público   ”   en   EXPERIENCIA   ROSARIO.   Políticas   para   la   gobernabilidad”,   Municipalidad   de   Rosario,   pp.   257-­‐350,   disponible   en:   http://www.rosario.gov.ar/mr/mri/www/premios/experiencia-­‐rosario-­‐politicas-­‐para-­‐la-­‐ gobernabilidad/view     Trivelli,  Pablo  (1998),  “El  Programa  de  Gestión  Urbana  como  experiencia  innovadora  de  asistencia  técnica”,   PGU-­‐LAC,  Quito,  disponible  en:  http://habitat.aq.upm.es/bpal/pgu-­‐lac/a002.html         Declaraciones,  Convenios  y  Ordenanzas  Oficiales.       Ordenanza  No  7341/  2002.  MUNICIPALIDAD  DE  ROSARIO.  Creación  del  Programa  Municipal  de  Asistencia  y   Desarrollo  de  la  Agricultura  Orgánica.   Convenio   Marco   de   Cooperación   y   Asistencia   entre   la   Municipalidad   de   Rosario   y   la   Fundación   Pasos   (en   representación  del  Istituto  Cooperazione  Economica  Internazionale).    Rosario,  julio  2008.   Acuerdo  de  Colaboración  entre  el  ICEI,  el  CEPAR  y  la  Fundación  Pasos.  Rosario,  febrero  2008.         Portales  electrónicos    Institucionales     Instituto  Nacional  de  Estadística  y  Censos  de  la  República  Argentina.     http://www.indec.mecon.ar/   Instituto  de  Promoción  de  Desarrollo  Sostenible.     http://www.ipes.org/   Municipalidad  de  Rosario.     http://www.rosario.gov.ar     Plan  Estratégico  Rosario  Metropolitana  PERM+10  (2008)       http://www.perm.org.ar/diez.php   UN-­‐HABITAT       http://www.unhabitat.org/  

   

150


151


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                Semblanzas  curriculares  

EQUIPO TIP       Nicolás  Mancini  (Argentina)   Co-­‐fundador  y  director  de  TIP.  Fundador  y  director  de  Paradiplomacia.org.   Docente  de  Derecho  Internacional  Público  en  la  Facultad  de  Derecho  de  la   Universidad   de   Buenos   Aires   (UBA).   Es   asesor   en   la   Subsecretaría   de   Transporte   del   Gobierno   de   la   Ciudad   de   Buenos   Aires.   Licenciado   en   Derecho.  Realizó  estudios  de  Maestría  en  Relaciones  Internacionales  en  la   Universidad  de  Buenos  Aires  (UBA).  nicolas.mancini@paradiplomacia.org  

Horacio  Rodríguez  Vázquez  (México)  

Co-­‐fundador y  editor  de  TIP.  Ha  colaborado  como  consultor  en  proyectos   de   cooperación   técnica   en   materia   de   alianzas   público-­‐privadas,   biocombustibles,   pequeña   agricultura,   seguridad   alimentaria,   facilitación   del   comercio   e   internacionalización   de   MIPYME   agroalimentarias   en   el   Banco   Interamericano   de   Desarrollo   (BID),   la   CEPAL   y   la   Oficina   Regional   de   la   FAO   para   América   Latina   y   el   Caribe.   Ingeniero   Agrónomo   por   el   ITESM   y   Maestro   en   Cooperación   Internacional   para   el   Desarrollo   por   el   Instituto  Mora.  paradiplomacia@paradiplomacia.org  

Gastón  Grizzo  (Argentina)   Productor   TIP.   Licenciado   en   Derecho.   Realizó   estudios   de   Maestría   en   Relaciones  Internacionales  en  la  Universidad  de  Buenos  Aires.    

Ana  Bossler  (Brasil)   Asistente   del   Equipo   Editorial   TIP.   Escritora   voluntaria   en   “Association   of   African   Entrepreneurs”,   Mozambique.   Ha   colaborado   en   el   diseño   e   implementación   de   proyectos   sobre   Derechos   Humanos   en   diferentes   ONGs   internacionales,   como   la   Cruz   Roja   Brasileña   y   SDI.   Abogada   especializada   en   comercio   y   derecho   civil   desde   una   perspectiva   económica.  

   

152


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                                        Semblanzas  curriculares  

CONSEJO ASESOR  TIP      

 

 

Tullo Vigevani  (Brasil)   Profesor   de   Ciencias   Políticas   en   la   Universidad   Estadual   Paulista   (UNESP).   Investigador  del  Centro  de  Estudios  de  Cultura  Contemporánea  (CEDEC)  y   del   Instituto   Nacional   de   Ciencia   y   Tecnología   para   Estudios   sobre   Estados   Unidos   (INCT-­‐INEU).   Doctor   en   Historia   Social   por   la   Universidad   de   Sao   Paolo.   Cuenta   con   14   libros,   51   capítulos   de   libros   y   133   artículos   publicados   en   revistas   especializadas.   Entre   los   temas   abordados   en   sus   publicaciones   destacan   la   integración   regional,   MERCOSUR,   la   política   exterior   de   Brasil,   la   globalización,   la   paradiplomacia   y   los   regímenes   internacionales.  

 

Nahuel Oddone  (Argentina)   Investigador  del  Centro  Studi  di  Politica  Internazionale  (CeSPI).  Asesor  en   la   Comisión   del   MERCOSUR   de   la   H.   Cámara   de   Diputados   de   la   Nación   Argentina.   Licenciado   en   Relaciones   Internacionales   por   la   Universidad   Nacional   del   Centro   de   la   Provincia   de   Buenos   Aires.   Master   en   Derecho   de  la  Integración  Económica  por  la  Universidad  del  Salvador,  en  convenio   con   l’Université   Paris   1   Panthéon-­‐Sorbonne.   Maestro   en   Integración   Económica   Global   y   Regional   por   la   Universidad   Internacional   de   Andalucía.  Entre  sus  publicaciones  se  destacan:  Las  ciudades  y  los  poderes   locales  en  las  Relaciones  Internacionales  Contemporáneas  (comp.),  2010;   y   La   Red   de   Mercociudades:   Globalización,   Integración   Regional   y   Desarrollo  Local,  2008.  

Mark Menaldo    (Estados  Unidos)   Profesor-­‐investigador   de   Ciencias   Políticas   en   Texas   A&M   International   University.   Doctor   en   Ciencias   Políticas   por   Michigan   State   University.   Licenciado   en   Sociología   y   Filosofía   por   Colorado   College.   Sus   áreas   de   especialidad   son   la   ética   y   el   liderazgo   en   las   relaciones   internacionales,   así  como  la  historia  de  la  filosofía  política.  En  2011  fue  reconocido  con  el   premio  Fredric  M.  Jablin,  de  la  International  Leadership  Association  (ILA),   por   sus   contribuciones   al   estudio   del   liderazgo   político   en   las   relaciones   internacionales.       Esther  Adelaida  Ponce  Adame  (México)   Consultora   e   investigadora   en   gobiernos   locales,   cooperación   descentralizada,  acción  exterior  de  los  gobiernos  locales  y  desarrollo  local,   entre   otros   temas.   En   2006   recibió   el   Premio   “Ángel   Ballesteros”   por   su   trabajo  “Dificultades  y  posibilidades  de  la  cooperación  internacional  para   el   desarrollo   local   en   América   Latina”,   publicado   en   2008   por   la   Unión   Iberoamericana   de   Municipalistas   (UIM).   Licenciada   en   Relaciones   Internacionales   por   la   Universidad   Nacional   Autónoma   de   México   (UNAM).    Maestra  en  Cooperación  Internacional  para  el  Desarrollo  por  el   Instituto   Mora.   Actualmente   cursa   el   Doctorado   en   Ciencias   Políticas   y   Sociales  en  la  UNAM.  

153


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                Semblanzas  curriculares  

CONSEJO ASESOR  TIP      

María García  Pizarro  (España)   Directora   de   Cooperación   Técnica   de   la   Unión   Iberoamericana   de   Municipalistas   (UIM).   Directora   de   la   consultora   especializada   en   gestión   pública   ESPACIOS_MGP   (www.espaciosmgp.com).   Actualmente   dirige   un   módulo   de   planificación   estratégica   dedicado   a   directivos   públicos   y   promovido   por   la   UIM   y   su   Escuela   de   Gobierno   Local   (EGL),   en   su   edición   virtual,   además   de   que   coordina   el   curso   de   Gerencia   y   Marketing   Política   de  la  UIM.  Licenciada  en  Derecho  por  la  Universidad  de  Navarra.  Máster   en   Gestión   y   Administración   de   Empresas   por   la   Escuela   Superior   de   Administración   y   Dirección   de   Empresas   (ESADE).   Ha   publicado   diversos   libros  y  estudios  institucionales  en  el  campo  de  la  planificación  estratégica   territorial,   el   asociacionismo   municipal   y   el   nuevo   papel   de   la   administración  pública  local.    

Manuel Martínez  Justo  (México)   Profesor-­‐Investigador   de   la   División   de   Ciencias   Socioeconómicas   de   la   Universidad   Nacional   Autónoma   de   México,   Facultad   de   Estudios   Superiores   Acatlán   (UNAM-­‐FES   Acatlán).   Forma   parte   de   la   Asociación   Mexicana  de  Estudios  Internacionales  (AMEI).  Es  Licenciado  en  Geografía   e   Historia   y   Maestro   en   Comercio   y   Finanzas   Internacionales.   Entre   sus   publicaciones  destaca  la  coordinación  del  libro  “Estudios  Comparados  de   Diplomacia   Local   en   las   Entidades   Federativas   del   Centro   de   México”,   publicado  en  2011  por  la  UNAM-­‐FES  Acatlán.    

154


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                                        Semblanzas  curriculares  

AUTORAS Y  AUTORES      

Thauan Santos  (Brasil)   Investigador  del  BRICs  Policy  Center  (Centro  de  Estudios  e  Investigación  de   los   países   BRIC).   Licenciado   en   Ciencias   Económicas   por   el   Instituto   de   Economía   de   la   Universidad   Federal   del   Río   de   Janeiro   (IE/UFRJ).   Actualmente  cursa  el  Máster  en  Relaciones  Internacionales  en  el  Instituto   de  Relaciones  Internacionales  de  la  Pontificia  Universidad  Católica  del  Rio   de  Janeiro  (IRI/PUC-­‐Rio).    

Luan  Santos  (Brasil)   Estudiante   de   Máster   en   Planificación   Ambiental   en   el   Instituto   Alberto   Luiz   Coimbra   de   Posgrado   e   Investigación   de   Ingeniería   (COPPE/UFRJ).   Licenciado   en   Administración   por   la   Facultad   de   Administración   y   Ciencias   Contables  de  la  Universidad  Federal  del  Río  de  Janeiro  (FACC/UFRJ).    

Rafael  Pinto  Da  Silva  (Brasil)   Asistente   de   la   Secretaría   Municipal   Adjunta   de   Relaciones   Internacionales  de  Belo  Horizonte,  Brasil.  En  2009-­‐2010  fue  consultor  del   Observatorio   del   Milenio   de   Belo   Horizonte.   Licenciado   en   Relaciones   Internacionales   por   el   Centro   Universitario   de   Belo   Horizonte   (UniBH)   y   Gestor   de   Tecnología   de   la   Información   por   la   Fundación   Getúlio   Vargas   (FGV).  

Laura  Oliveria  de  Medeiros  (Brasil)   Consultora   internacional   de   RUSSO   &   WILLMOTT   Ltd.   Asistente   del   Congreso   de   la   Red   Internacional   de   Gobiernos   Locales   por   la   Sostenibilidad   (ICLEI).   Anteriormente   colaboró   como   asistente   de   la   Secretaría   Municipal   Adjunta   de   Relaciones   Internacionales   de   Belo   Horizonte,   Brasil   (2010-­‐2012).   Licenciada   en   Relaciones   Internacionales   por  la  Universidad  Católica  de  Minas  Gerais  y  especialista  en  Cooperación   Internacional   Descentralizada   Unión   Europea-­‐Latinoamérica   por   la   Universidad  Abierta  de  Cataluña.    

155


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                Semblanzas  curriculares  

Fernando Rei  (Brasil)   Profesor  del  Programa  de  Doctorado  en  Derecho  Ambiental  Internacional   de  la  Universidad  Católica  de  Santos  (UNISANTOS).  Director  Científico  de   la  Sociedad  Brasileña  de  Derecho  Internacional  Ambiental  (SBDIMA).    

Kamyla  Cunha  (Brasil)   Profesora  de  Legislación  Ambiental  de  la  Universidad  Federal  de  São  Paulo   (UNIFESP)   e   investigadora   del   Instituto   para   Energía   y   Medioambiente   (IEMA).    

Joana  Setzer  (Brasil)   Maestra   en   Ciencias   Ambientales   por   la   Universidad   de   São   Paulo   (USP).   Actualmente  es  candidata  a  doctora  en  London  School  of  Economics  and   Political  Science  (LSE).    

Fabiana  Rita  Dessotti  Pinto  (Brasil)   Doctora  en  Relaciones  Internacionales  por  la  Universidad  Católica  de  São   Paulo  (PUC-­‐SP).  Profesora  en  la  Universidad  Municpal  de  São  Caetano  do   Sul  y  el  Centro  Universitario  de  la  Fundación  Santo  André.  

Noemi  Galvão  (Brasil)   Investigadora  del  Centro  de  Estudios  para  el  Desarrollo  Local  (NEDEL/FSA).   Licenciada  en  Relaciones  Internacionales  por  el  Centro  Universitario  de  la   Fundación  Santo  André.    

 

156


Año 1.  No.  2.  Abril  2012                                                                                                                                                                                        Semblanzas  curriculares  

Thiago  Mattioli  Silva  (Brasil)   Investigador  del  Centro  de  Estudios  para  el  Desarrollo  Local  (NEDEL/FSA).   Estudiante   de   maestría   en   el   Programa   de   Ciencias   Sociales   y   Humanidades   de   la   Universidad   Federal   ABC.   Licenciado   en   Relaciones   Internacionales  por  el  Centro  Universitario  de  la  Fundación  Santo  André.    

Eduardo  Augusto  Café  (Brasil)   Graduado   en   Relaciones   Internacionales   y   estudiante   de   maestría   en   Administración  Pública  en  la  Fundación  João  Pinheiro.  

Matilde  de  Souza  (Brasil)   Profesora   del   Departamento   y   del   Programa   de   Posgrado   en   Relaciones   Internacionales   de   la   Pontificia   Universidad   Católica   de   Minas   Gerais   (PUC-­‐Minas).  Doctora  en  Ciencias  Humanas  por  la  Universidad  Federal  de   Minas  Gerais  (UFMG).    

Armando  Gallo  Yahn  Filho  (Brasil)     Profesor   del   Curso   de   Graduación   en   Relaciones   Internacionales   del   Instituto   de   Economía   de   la   Universidad   Federal   de   Uberlândia   (UFU).   Licenciado   en   Ciencias   Jurídicas   y   Sociales   por   la   Pontificia   Universidad   Católica   de   Campinas   (PUC-­‐Campinas).   Maestro   en   Relaciones   Internacionales  por  el  Programa  "San  Tiago  Dantas"  (UNESP  -­‐  UNICAMP  -­‐   PUC/SP).  Doctor  en  Ciencia  Política  por  la  Universidad  Estatal  de  Campinas   (UNICAMP).      

157


Trabajos de  Investigación  en  Paradiplomacia                                                                                                                                Semblanzas  curriculares  

Agustina Rodríguez  Saá  (Argentina)   Directora   Ejecutiva   de   la   Fundación   de   Investigación   Social   Argentino   Latinoamericana   (FISAL).   Fue   coordinadora   del   Plan   Estratégico   Ambiental   de   la   provincia   de   San   Luis   en   representación   de   FISAL.   Abogada   especializada   en   derecho   ambiental,   trabajó   en   el   departamento   de   derecho   ambiental   de   M&M   Bomchil.   Ex   directora   de   Relaciones   Internaciones   e   Integración   del   Parlamento   del   Mercosur.   Ex   becaria   del   Parlamento  Europeo.       Pedro  Wouterlood  Sapag  (Argentina)     Abogado.   Asesor   del   Bloque   Justicialista   San   Luis   y   del   Interbloque   Parlamentario   Federal   del   Senado   de   la   Nación.   Fue   Secretario   Letrado,    por  concurso  público,  de  la    Fiscalía    de  Causas  Policiales    y    Penitenciarias   del   Ministerio   Público   de   la   provincia   de   Salta.   Asesor   externo   de   FISAL   para  la  formulación  del  Plan  Estratégico  Ambiental  de  la  provincia  de  San   Luis.       Rosendo  Alsina  (Argentina)   Se   desempeña   en   FISAL   en   las   áreas   de   capacitación   y   de   políticas   públicas,   colaborando,   entre   otras   actividades,   con   el   asesoramiento   en   diversas   acciones   de   implementación   del   Plan   Estratégico   Ambiental   de   la   provincia   de   San   Luis.   Estudia   ciencia   política   en   la   Facultad   de   Ciencias   Sociales  de  la  Universidad  de  Palermo.    

Victoria  Arancibia  (Argentina)   Colabora   con   APAE   Joinville   (Brasil)   en   proyectos   de   desarrollo.   Tiene   experiencia   como   voluntaria   en   organizaciones   no   gubernamentales.   Licenciada   en   Relaciones   Internacionales   en   la   Universidad   Nacional   de   Rosario.          

   

                                                                                                                       

158


CONVOCATORIA Nº  3   PARA  LA  PUBLICACIÓN  DE  ARTÍCULOS  EN  LA  REVISTA  TIP     TIP  convoca  a  enviar  propuestas  de  artículos  para  ser  publicados  en  la  tercera  edición   de   la   revista   digital   Trabajos   de   Investigación   en   Paradiplomacia   (ISSN:   1853-­‐9939):   “Las  relaciones  internacionales  subnacionales  en  el  ámbito  de  la  integración”.      

Podrán participar   investigadores,   académicos,   representantes   de   gobiernos   locales,   agencias   de   cooperación   internacional,   organizaciones   de   la   sociedad   civil,   universidades  y  centros  de  investigación,  así  como  todos  aquellos  actores  involucrados   directamente   en   acciones   de   cooperación   descentralizada   y/o   de   proyección   internacional  de  gobiernos  subnacionales.       Se   invita   a   presentar   trabajos   de   investigación   en   alguna   de   las   siguientes   áreas   temáticas:     • • • •

Tema 1:  La  integración  subnacional.       Tema  2:  Facultades  legales  de  los  gobiernos  locales  para  generar  y/o  formar  parte   en  redes  de  integración  subnacional.     Tema  3:  Cooperación  descentralizada  e  integración  transfronteriza. Tema  4:  Estudios  de  caso.      

Todos los   trabajos   deberán   enviarse   por   correo   electrónico   a   la   siguiente   dirección:   paradiplomacia@paradiplomacia.org,  a  más  tardar  el  lunes  7  de  mayo  de  2012.     Fechas  importantes   Fecha  

Actividad

07 mayo  2012  

Fecha límite  para  el  envío  de  resúmenes.

21 mayo  2012  

Publicación de  resúmenes  seleccionados  en   www.paradiplomacia.org  

25 junio  2012  

Fecha límite  para  el  envío  de  trabajos  finales.

09 julio  2012   Publicación  Revista  TIP.       Más  información:    paradiplomacia@paradiplomacia.org                                                                      www.paradiplomacia.org      


The World   Academy   of   Paradiplomacy   and   International   Cooperation   (WAP)   is   a   leading  global  organization  of  academic  scholars,  national  and  subnational  government   officers,   international   and   non-­‐governmental   organizations,   business   executives,   students  of  paradiplomacy,  international  cooperation  and  related  fields.       The  WAP  endeavors  to  facilitate  the  creation  and  exchange  of  research  on  sister  cities’   and   sister   states/provinces’   international   cooperation,   subnational   government   trade   &   investment   promotion,   non-­‐central   government   international   exchange   in   environmental,  economic,  art,  educational,  public  security  affairs  and  related  fields  at   the  global  scope.         The   WAP   organizes   and   holds   annual   conferences   for   participants   from   all   over   the   world.   At   the   conferences,   the   academy   offers   an   international   forum   to   present   research  papers  and  hold  other  scholarly  events.  The  WAP  promotes  the  exchange  of   ideas   in   research,   teaching,   public   policies   and   the   best   enterprise   practices   through   formal   presentations   of   research,   discussions,   seminars,   and   publication   of   scholarly   journals.       WAP-­‐2012  Las  Vegas  Annual  Convention     Las  Vegas,  Nevada,  USA,  October  14-­‐16,  2012     Stratosphere  Hotel  Casino  Tower,  Las  Vegas  Nevada   Please  click  here  for  Hotel  Information.         CALL  FOR  PAPERS     Submission  Deadline:  June  15,  2012.  Early  submissions  are  Welcome!     Please  submit  your  paper  online     http://www.waparadiplomacy.org/      


TIP. Trabajos  de  Investigación  en  Paradiplomacia.   ISSN:  1853-­‐9939   Año  1.  Número  2.  Abril  2012.   “Relaciones  internacionales  subnacionales  y  desarrollo  sustentable”        

www.paradiplomacia.org

TIP N° 2 - Trabajos de Investigación en Paradiplomacia  

La segunda edición de TIP tiene como eje temático las relaciones internacionales de los gobiernos locales y su aplicación al desarrollo sust...