Issuu on Google+

VÍDEO POR LA ESCUELA RURAL QUEREMOS UNA ESCUELA NUEVA El curso pasado fue un lip-dub. Este curso hemos grabado un vídeo que tiene un doble objetivo: apoyar y promocionar la escuela rural y pedir una escuela nueva.

POR QUÉ APOYAR LA ESCUELA RURAL La escuela rural tiene hoy más vigencia que nunca. Al tratarse de escuelas pequeñas, con aulas de pocos alumnos/as y de diversas edades, ofrecen un marco educativo muy enriquecedor donde las metodologías activas e innovadoras, la atención a la diversidad, el aprendizaje colaborativo y el trabajo autónomo es algo natural. La escuela rural aporta calidad a la educación. En estas escuelas, la relación con los padres y madres es intensa y cercana. La implicación y colaboración en todo tipo de actividades y propuestas es muy grande. Por otra parte, es importante recalcar la importancia de la escuela para el pueblo. Una escuela viva, es un pueblo vivo. Al estudiar en la escuela, los niños permanecen muy unidos a sus familias y vecinos/as y se sienten intensamente ligados e identificados con el pueblo. Con estos centros tenemos la garantía de que costumbres, historias, tradiciones, topónimos, etc. pervivirán. Además, es un instrumento que ayuda a la integración de familias migrantes. Sin lugar a dudas, la escuela hace más atractiva y completa la dotación de servicios del pueblo. Diversos pueblos de la zona (Barbarin, Luquin, Urbiola, Arróniz, Ancín, Murieta, Lezáun, etc.) lo han comprendido y están luchando para que sus escuelas no solo no desaparezcan sino que se fortalezcan.


POR QÚE NECESITAMOS UNA ESCUELA NUEVA Necesitamos una escuela nueva porque la actual tiene severas carencias y no puede ofrecer los servicios y modelos lingüísticos que las familias demandan. INFRAESTRUCTURA El edificio que alberga la actual escuela no cumple los requisitos mínimos obligatorios (patio, salón de actos, sala de psicomotricidad, biblioteca, baños para profesores/as, etc.) además de que hay muchos problemas a resolver: barreras arquitectónicas, barandilla insegura, escaleras demasiado empinadas y estrechas, instalación eléctrica obsoleta, goteras, humedades, carencia de salida de emergencias, caldera de gasoil cercana a las aulas, salida directa a una calle con tránsito de coches extremadamente peligrosa, etc. Una escuela nueva es necesaria.

SERVICIOS Una nueva escuela es necesaria no sólo a nivel arquitectónico sino que también lo es en cuanto a los servicios que ésta ofrece. La escuela que el pueblo necesita debe ofrecer una serie de servicios que las familias demandan, tales como: guardería, comedor y enseñanza, además de en el modelo actual, en el modelo D. Son muchos los niños/as que se desplazan diariamente a Estella para estudiar en modelo D, cuando debieran tener derecho a hacerlo en el pueblo. Abárzuza, Lezaún, Yerri, Guesálaz y Salinas de Oro pertenecen, según la zonificación establecida por la Ley del Vascuence, a la zona mixta y en ella, tal como la propia ley dispone, “Se impartirá la enseñanza en vascuence para los que lo soliciten, implantándose de forma gradual si hay demanda”. La escuela pública de zona tiene que ofrecer la posibilidad de estudiar, también en euskara, a todos los alumnos/as que así lo deseen sin tener que ser víctimas del “éxodo lingüístico” al que actualmente se ven obligados/as. Por otro lado, la mayoría de padres y madres trabajan fuera del hogar por lo que la Escuela Infantil y el servicio de comedor son también servicios imprescindibles que hoy en día no se les ofrece. Si una escuela así no se crea, las actuales escuelas rurales están abocadas a su desaparición. Somos conscientes de que una escuela a nivel de pueblo puede hoy no ser viable, pero creemos firmemente que sí lo es a nivel de zona: una “pequeña escuela de zona”. Conseguir una escuela que ofertara todos estos servicios y satisficiera la demanda de padres y madres a nivel de modelos lingüísticos, significaría un logro muy importante tanto para los niños/as y familias como también para los propios pueblos.


EL VÍDEO En el vídeo los niños/as cantan una canción en lengua de signos y, con sus “pequeñas” palabras, nos dicen cómo es una escuela rural y demandan una escuela nueva.

POR QUÉ LA CANCIÓN La canción que hace de hilo conductor es “Hitz txiki handiez” (Con pequeñas grandes palabras) del grupo vizcaíno Antton. Musicalmente, es una canción de gran calidad. Reivindica la hermosura de las palabras sencillas, frente al rebuscamiento y la artificiosidad; la sabiduría del silencio, frente a la arrogancia de la palabrería. La hemos elegido porque habla de la fuerza de los pequeños/as, de los/as que no tienen voz, de los/as que con pequeñas palabras dicen grandes verdades. Nosotros/as, nuestra escuela, nuestras palabras son pequeñas, pero nuestra demanda es legítima, justa y razonable. Esperamos que la gente, con su eco de apoyo, haga que nuestra pequeña voz se oiga.

POR QUÉ EN LENGUA DE SIGNOS Los niños/as interpretan la canción en una lengua que sabe mucho de silencio y pequeñas palabras: la lengua de signos. Hemos empleado la lengua de signos por diversas razones. En primer lugar, la lengua de signos es dinámica, visual y muy plástica y desde el principio despertó el interés de los niños/as. Además, nuestra pequeña escuela comparte con la comunidad de hablantes de la lengua de signos su carácter minoritario y la convicción de que esta dimensión no nos resta importancia. Todas las lenguas, minoritarias o con gran número de hablantes, son igualmente importantes y necesarias. Las escuelas también. La lengua de signos ha sido considerada hasta hace poco tiempo un mero conjunto de gestos sin estructura, incapaz de sostener actividades intelectuales complejas. Sin embargo, las últimas investigaciones le han dotado de un nuevo estatus, considerándola una lengua en el sentido pleno de la palabra, en igualdad con otras lenguas orales como el francés, el castellano, el inglés, etc. A todos/as nos corresponde difundirla y contribuir al reconocimiento social que se merece. La diversidad lingüística enriquece a toda la sociedad.

OTROS LENGUAJES EN EL VÍDEO A lo largo del segundo trimestre hemos trabajando en un proyecto a cerca de la comunicación (“De mil maneras”), profundizando en las múltiples formas y modos que empleamos para comunicarnos: lenguas y lenguajes. El vídeo en sí mismo es una prueba de la capacidad expresiva del lenguaje audio-visual, del poder comunicativo de la imagen y la música. A lo largo del vídeo, los niños y niñas hacen uso de esta capacidad de comunicación de las imágenes intercalando escenas con las que nos “cuentan” para qué emplean las manos – tan importantes en la lengua de


signos– en el día a día del pueblo: comer, pintar, recoger huevos, acariciar, escribir, jugar, plantar, barrer, etc. Las manos nos hablan de la vida de los niños/as en la escuela de un pueblo. Además hemos introducido un stop-motion final que tiene como protagonista a la “llave verde” presente también en el lup-dub. Esta llave es el elemento de conexión entre ambos productos y es, sobre todo, el símbolo de la escuela pública y escuela nueva que demandamos.

OTROS DATOS El vídeo ha sido grabado en la escuela y en diferentes rincones de Abárzuza porque hemos querido destacar que la nuestra es una escuela rural y el pueblo es tan importante para la escuela, como la escuela lo es para el pueblo. Han intervenido todos/as los alumnos/as y hemos contado con la colaboración de padres-madres y abuelos y abuelas de la escuela. ASORNA (Asociación de Personas Sordas de Navarra) nos ha brindado todo su apoyo y nos han ayudado signando la canción.


POR LA ESCUELA RURAL - QUEREMOS UNA ESCUELA NUEVA