__MAIN_TEXT__

Page 1

ITo.·· 1

\

L ertoreS de. los : . I~testatltes . . .. .

(

. Con licencia,de la a ht · i< : ri •.· ·~lcs ik tica

-

. ..

SEXT

,I

ED r ' : t ll\7.

. ·•

.,

.,

~

. I

PO

~C


•• ' 'II

......

'l \

C .\PITULO PRELIMINAR

La Religion C a t61icn. no v/ ::nr;

de }a Escritura. ·

,,

(

\

J•

\

\

J

.,

Con una ignorancia 6 m·ata fe incrdbles,. los prote tantes dicen: "La n·li~i6n cristiana. vienc de .las Escrituras del N. 'f..; -<de estas Escrituras cada cnal ha de sacar su religi6n.'~ He aqui' todo el'fundamento del protestantismo, fundamen~o falso, (alsi'simo, completamente contrario a los He<;hos. Hecho es que Cri~to no e's cribi6 narla. Toda su doctrina, "si' toda", Ia ensefi6 de "viva voz'' ·'a los Ap6stoles. Hecho es que durante los diez primeros afios despues de Cristo, esta doctrina divina,. los Ap6stoles, "de viva voz; no mas", Ia predi-· carnrren todo el mundo, fund an do fglesias florecientes, a l~s cuales "mas tarde dirigieron ~us. Ep1stolas" . . El afi.o lO, despues de Cristo, San Mateo escribio su Evang.elio a petici6n de los. "cristianos" de Jerusalen, 4 afios despues San Marcos, nisdpulo y secretario de San Pedro,. hizo otro tanto a petici6n d~ los "cristianos'' de Ro·ma ~ Cuando mas tardeSan Lucas y San ~Juan escribieron su~ Evang,el.ios, el mundo es... taba lleno de Iglesta~ catollcas. Son hechos. · innegables. H-echo e~ que de mucltos evange- ...-lios que se hab1an escrito; Ia Iglesia·declaro que · "s6lo,' los 4 que tene·m o.s eran del todo con formes con Ia doctrina que "antes" ella "habi'a recibido de Cristo", y qulf p ra escribirlos.· ( ses autores habi'an sibo in spirados cle lJic'is. . L'~." Ev:ln!!elios y las Epf_ s tolas so.!l, puest

Biblioteca GenerGll U. P. R.


).

F~~A

I I

Il

·----r~ ~ -

-4-

.

un "te timonio" ge la doctrina que la Ig lesia . tenia "antes" que fuesen escritos. E te te ti,. . monio escrito, Ia Iglesia no(Jo necesita va ; pue to que habia pa ado varios anbs sin tenerlo. Hoy ta_m poco lo necesita; a unqut se perciies~n deltodo lo libro deN. T .,.1a Igle~ . . ia no perderia ni un ap'ice de Ia doctrin a <]Ue tenia "antes que e to Jibr.o, fuesen es<:ritos." La Iglesia (docente) es , pues, romo uh libro "viviente, intt;ligente, formado'' por el mi mo Cri to, "i nsp!Jaclo" por el E s pirutu Santo ·~ncari/ado" por Ellos 1le enseiiar toda Ia · doctrina que no ·ha revelado. E ll a es·, como lo dice San Pablo [1a. a Tim. cap. I II v. 13], ta column~ y Ia fortaleta de la verdad. . .

l

... .

.,

\

CAPITUL

I.

La Iglesia Cat61icn (do ente~ en cuanto[a la d ctrina y Ia a utoridad , es lo mis rp. o q ue Cristo. 1

J

Los mismo protestantes tienen que c;onfesar que lo~. ap6stoles para enseiiar y gobernar la Iglesia hereclaron toda la doctrina y todos los poderes de Cristo. (Cri to les habia.dicho: Todolo que be aprendido de mi Padre, oslo he enseiiado ( a.n Juan, XV , 1); como mi Padre me ha etJvi~do tam bien yo os env1o (San Juan XX, 21). ---.. · . Pu e el Papa y los bi po son los legitimo~ uce, ores y hereder · de San Pedro y de los ap6 t olos,)tanto en la - d octrina com ~ en lo ~ poderes./ En :tod as la s ciudades ·que se · . COJ:lvertian _a] el Evangelio lo ap6stoles po- n1an Obisp~s a quienes t.ra mitian Ia doctnna . y lo poderes que ellos mi m9s habi~.n recibi-do de Cristo; de man~ra que muertos San Pe- dro) los demas 'ap6stoles, el gobierno de la Jgte.~ia ~e qued6 en manO$· del Obi ·po ·de Ro-

..

22(

..__

IDE LA S.AU

-57 rna, sucesor de San Peqro y de los demas Obis. pos sucesore_s de los detnas ap6stoles . La !gle 1a d~ ~oy es, pues, lo mismo q.ue . e.1 ~o leg~o apo~tohco; a Ia Jgles1a de hoy seaplitat?, pues, Ia~ pal'abra_s que Cristo di_rigi6 at colegw apost6!1co: "qme·n os oy ere, a mf mismo me oye; q~ten o desp~~ciare, « "?1 f!ljsmo me. desprecta. . La IgleSta es to m1smo qtie C n s t~(S_Luc.X, J6]. · 1 • , · Anad1·~emos, que en Ia Iglesia de hoy como en la I?lesw de Io_;; p_rimeros siglo§-, hay mila- ' gros, . santC?s, mat\it res; co;no -tambicn ha:y mal~>s, herCJC con;o los habia en tiempo de lo ct p6sto les. ~\, pues, queremos tener Ia verdadera f~ de Cris to, es preciso .creer firmemente en ·Ia I~lesia Ca t61ica, segun dice el .cre-· do de los ap os to les : Creo en la Iglesia cat61ica. Y como_los yrotestantes descotiocen v re. cha?an !a a u t ondarl de Ia I g lesi a no tienen Ia verdadera f~ de Cristo. ' -------

· I

• I

CAPITULO II

Bibli a de los cat61icos.-Biblia de los protestantes.

. 1. En!re_.lo s. cat61icos n~ puede salir a t.uz nmguna B1bha ~m la "licencia por escrito'' del Papa_& del. Obispo, quienes antes de conceder · e ta hcencta , mandan revisn,r la Biblia por ho,ml;>res ~m petentes, sobre os ejempla rcs mas autent1~os. .· No hay. tal en los protestantes· cada cual pued_e ?ubhca r la Bi?li~ . sin ningu~a· revision prevt~ , por eso las b1bhas protestantes no tieDen mnguna. garantia. J'oda Biblia p Fotes- ( fant~ es ut? hbro .en que el ecUtor pon.e 6 quita \ ·o que le d~cta s·u -raz6n privada. ' . d ":2. Desde los ' J?rimeros sigto~, la Igl sia ocente tuvo un cutdado ex traordinario· en re-

(


).

\.

-6dactar Ia lista 6 cl canon de los libro verda- dcramente i~spirados por DiA_s. Varios concilios hablan ya publicad e trl... li .ta, ciecret6 ofi.c ial mente este canon; decreto que fue confirmado en el afio de 1550 por e1 Co,ncilio de Trento. · E teen non compre'nde 72·1ibro. , ric los q ue 45 esfan el .!ntigu<i> Te tamento y"?7 en el Nuevo. a. ~Cot1 . que derecho, pue. , ciertos p rote tante?'f;lujtau 6 truncan a lg uno de estos libros? -. Los anglicanos cie la ..\Ita I~de ia ad..: miten los 72.1ibros, como Ia Igle ia Cat61ica. En el aiio de i 24, Ia ociedad Ribliea de Nueva York .mand6 imprimir en len g ua v ulgar una edicion que contiene ignalmente los 72-libr.os. iCon que derccho lo protestant~ \ct 'uales han truncado la Biblia , 'pro(anando {t ·u antojo una cosa tan agra~a? CAPITULO 111. Art. 1.--Toda Ia Revelaei6n cristiana no e st~ en el Nuevo Te tamento.

..1

l,a Revel aci6n Cri ·tiana comprende todo. lo q~e ba sido ·en eiiado por cristo 6 revelado por el :S plritu Santo a Io ap6stules como doctrin a divina, y-.taml?ien los hechos que~ie­ nen conexi6n con Ia en efianza y revelaci6n. . La Revel ~ci 6n Cri tiana sc -cerrn con Ia m~erte del,.ap6stol an Juan, 100 aiio despue del naci.rniento de Cris-to. E ta Revelaci6n se ha con ervado •·pura ~ int gra" en la Iglesia Romana, sea por ••tradici6n 0ral, ' ea por "Escritura divinainente inspirada," la·.cual e ll ama el Nueyo Teeta-. mento; pero esta Escritura "debe interpretarse, "seg{tn la tradici6n o.ral, la cual "ha prece-

~:0 S!J.'PRESTA

FUEnA !DilLA

-7-

'4

s.ifl I

d ido" a:Ia Escritura· yes "m.as completa" que la escritura. , · . ·· L o que no csta en Ia cscritura del Nuevo Testamento.

1. La susl:ituci~~ "legal" del Domingo al Sabbath. \ 2. La aholici6n " legal-' de Ia Poligania. 3. El pauti ·mode .to ap6stoles, excepto e l de San Pablo [Hech. IX, 18.] 4 . La "mayor" parte de 1 que Cristo dijo a sus ap6stol s eu ~ndo se les aparecla de muchas manera en los elias. <lespucs de .r esucitado. bablandoles del rei no de Il!os (Hech 1 ;3.) 5. Los "muchos" milagros de que babla san Juan (XX, 3D) . · "' · 6. La otra muchas cosas que hizo Cristo .-S. Ju an, XX I, 25. 7. (S. jua11 Evang. I, 51.) Cristo ; die~ a sus disclpulos: ''En verdad os digo: vereis el cielo. abierto v los a ngeles de Dio,s subiendo y bajando sobre el Hijo del Hombre". ~Cuando se ha verificado todo eso? · 8. Las "muchas" cosas que san Juan se.. rese.P'/6 decir de v iva voz a Elect a v a sus -hijos-H Ep. ~.Juan a t fin. - . 9. !tern a Gaio-III ', S. Juan al .fin . . · ~ · 10. Lo· que dijo san Pablo · que ordenaria. en Corinto-1 Cor. XI. 34. · 11.. Lo que hab1a dicho ya de "viva_voz" a los Tesalonicenses sobre Ia venida del anticosto.- II Tesal. II. 16-y no lo dice en su ep{stola. 12. Una epistola qu·e san Pablo habia escrito a los Corinti9s . antes de . la primeraCor., IV, 9, 10 11. · . ·13. Otra epistola del mismo Ap6 tol a lo$ . de Laodicea.-1 Tessa1. IV, 16: · ( ' '

II

I


)

.

..:...g_ Para nosotros lo cat61icos hay otras cosa mas que no e'e'ncuentran en Ia Escritu. "r~ 1 a l . men0 "claramente":(. . 1. :· I:a Inmaculada Concepct6n de ]a Virgen Mana. · 2. 'u A unci6n a l cielo. . La '"forma" de 5 de los .7sacramentos. 4: La leO'aJidad y validez del bauti mo de · 1o parvulos. 5. La validez del bautismo conferido ~or · herejes. •. · . !fa abo1ici6n de la ley "de a nguine et stfffoca to". . · \ \_

.Art. 11.-Tod~'no e ta claro en las Escritur<ts especwlmeute p:;tnl In gente de medi a na instrucci6n,' mucho ' r.;enos para Ia gentc vulgar.

. l. Entre los Salmos, ha v bas tan *s oscuro v dificile . ~ ~- La mayor parte de las · profecias del nttguo Te tamento son oscuras. , . 8. _Ma . de Ia mitad del Apocalipsis es tmp? tble" entenderla, a_unque ea una "Revel~ct6 6 manife taci6n" de Dios. . 4., En Ia epl tolas de san Pablo hay (lo asegura an Pedr.o, II Eplst. III, 6) cosas (y ba tante ) diffciles de .en fender, aun para 'los ·doctos, caanto ma~ -Rara el vulgo .. _ . El Evangeho de san Juan en varios puntos e. muy elevado y dificil para la mayor parte de lo cri~tianos. , Ademas, hay bas~ar;tte puntos, los cuales. aunque ~laro~ J?O~ sf mtsti!os presentan dos,· tre enttdos dtsbnto ; de ahf tantas divergeuda entre· lo inter:prete .

.• . ---.9- . CAPirULO .IV En eJ que e' eomprueb~ porIa Esc.ritura sa'grada las verdmles .atae[lda~ por los neo-protestant.es

1 rt. I-De Ia primncia e ln alibi lidad de San P~o; do c sn cli!)tintas entre si pero qu e Cristo Ita unido en Ia prrso na de San Pedro por las palabras que Jc ·dirigi6. • 1 . De Ia Prim acia de San P-edro, no . sola mente de honor, . ino tam bien dejurisdil·ci6u. ·

1. ::\1atth, X\ I, .1 9. "Y {t t1 te dare ,las,; Jlayes de Re1no d'e los eie(_os. " ~A qtiicu co- ,. rrespondc el ''derecho" de tener las llavcs <le una casa·. cle un'c-t · fort a leza , de una iglesia? A1 duefio de n a, a! com andante, a! cunt. 2 Cristo igu a la a San Pedro a; i mi snio en el pngo rle la s "dos dracmas.'.' Este impuc ~o h.-: blade ser pa-gado porcada "jefe Ut! familia," no ma . Cristo, primcro, bace un milagro. para que San Pedrc•. ha11e c..lrac.mas (6 Estateras) y despues Je diet:: "Da dos por mf y otraSClos por ti."· Cristo y an Pedro pa~a­ ron, pues, como "jefes, ambos" de Ia familia apost61ica (San Mateo, XVII, 23. · · 3. , En el ~enaculo, despues de Ia A seen i6n Pedro se levanta y "portandose como jefe" de todos, le: dice: "Es menester que seelija auno como a nosotros para que sc;a testigo de Ia resurrecci6n de Cristo." En el acto ob'edecen sin la mfnimaoposici6n [Hechos, I, 15, y sig.J · 4. Lo mismo enl el concilio de Jerusalen · [Hechos, XV, ·7·23]: .Aunque Sa11tiago deAl:-:feo fuese el Obispo djocesano de la ciudad, san Pedro se levanta el primero, habla el {trimero, decide Ia cuesti6n t-1 primero, y todos los de.. ma-sse someteti completamente a Stt decisi6n, ( principiando por Santiago. · ·

.~ .

~

I

,:


).

,•

NO SID· PRESTA

-105. La li ta de los doce ap6stoles aparece varia's veceil invertida, pero "siempre" san P.~­ -dro e nombrado '!.e-1 primero" (S. Mat. X., 3. _.. . . _ . Marc. Ill, 16-S. Luc. VI, 4-Hechos I,·

. i3).

.

J

i · · En toda obra el primero. El ·primero que expUca el misterio de Pentecostes.. . defen- .· dienao a sus hermanos .. El primero que con- . vierte a judios (Hechos U, 14.) El ptimero que'convierte. a ge,n~iles (Hc:chos X.) ·, Es el que hace el prtm~r rritlagro de la Nueva Ley . de pue de Pemtecostes. A Pedro viene San Pablo ~r ''re¥C:;laci6n ·divina," aunque su vocaci6n al apostolado fuese extraordinaria y ·divina [Galat,. ~. 18.] · '

2. \.

1NFALIBILIDAD l)E SAN PEDRO

Ahqra viene Ia parte del texto precitakld, que · contiene la ga.rantfa de Ia infaplftlidad (Mat., XVI, 18): "Y yo te digo que tu eres Peqro (es a aber, piedra 6 roca) y sohre esta piedra [ 6 roc a J yo edificare . mi .Iglesia y las paertas del. . infierno no prevalecer{m contra ]$1la:'' 6 sea la piedra. Sabido es q.ue la puert~s· del itifierno son a la vez la "malicia" que destrrtyeel "bien ," y el "error:' que altera, de truye la '' verdad." Ahora decimos: como en el afio 15 despues de la A cenci6n, San-.Pedro vido a ·. Roma y aqui puso su silla episcopal y papal; despues de fr Cl,lentes viaje ' volvi6 p6r ultima vez a Romo en el afio .el aiio despues, 67, consU1\Il6 u martirio en eJ mismo luga ~: en dond'e esta la Igle ia de. San Pedro ''in Montorio''. Por mas que digan los protestantes, todos estos hechos son plenamente ciertos, indudables. .San Lino, el segundo Papa, hered6, cQ..mo su-

Ji-6;

J

FUI!~RA

DE LA SAU ,

-11.ce~or de San Pedro, su doble IJO~er· ~~ Obispo .en Roma y de Jefe supremo e mfallble de Ia Iglesia: ''

\.

Att. II.:-La Iglesia es esencialmente visi~le.

" 1. Por ciertb, Cristo cori sus doce ap6stoles, 72 dtsdpu1os y las demfLs pers.onas q~e cretan en El, eran la verdadera- Iglesta~ . ~ues esta Iglesia no podia 1 ~enos . q~e. ser :vtstble, como t~, mbien las Ig1estas pn.mtttvas de Jerusalem, de Antioquia, de Conrto, de Roma, etc., etc. . 1 "V . 2 . . Cristo d'ice a sus ap6sto es:- -<>S?tros sois 'l a luz del mundo". Es de la esencta de Ia luz el ser' visible (S . .Mnte? V. 14). 3. La Iglesia es una soc~cdad ht;m?-an()divina; Ia parte divina, .la gracta, la sa?ttdad, nose vc; pero Ia parte h~mana ~s es~nctalmen­ te visible, por este mottvo dectrhos . hay 250 ·m illones de cat61icos. · 4. Lo.~ pecadores, c<:>mo que. no sean ex- . co~1 Igado.s, no dejan de ser mt~mbros ~e Ia Iglesia. Judas, ·hasta que .se ahorcara, es contado en· d mi s:-:1 0 Eva.ngeho como uno de los· doce. El Obispo de Sardes, ~unque en ~ecad.o mortal, no 'dejaba de scr Obtspo de la dt6cest~ [Apuc., III, 1]. · n)· Cristo (S. Matth. XIII, 47, 48, 4 .,.. col!lpara la Iglesia presente a yna red qu~ <:ontle·ne peees buenos y peces malo~: es dectr, JUStos y pecauores .. Art. III.-Vbcaci6n, Misi6n y Poderes de la .Igl~sia docente. ·

•I

. I

.r-

Basta leer atenfamente el Evari'gelio para · ver ~ 0 • qu~los 1~ ap6sto~.e~ y 72 disclpulos,. es a sabe·r , lqs pnmeros mtmstros d~ Ia reti-

.,


.

). ,

. ~12gi6n cri tiana han sido llamados por Cristo ( · J1;1an xy ..1 ). r'No. ois vosotros que me h a bet el gtdo; oy yo quien OS) he e)e ido a. . vo otros, a fin de que vayai y Ileveis fruto"· y ~an . I arc . llli, 13, 20: "Cristo llam6 a sf lo ~ue_ Edl. qu\,o y e cogi6 a doc~:: para enviar]o. a pte tc'ar X • .1 Y stgut.entes: · . "D · . · · L/..ca u • 2 0 e pu~' r'1 ~0 llam 6 aotros 72 di dpu los ." . El Evangeho no hace ver que risto a est~o;; doce. ~p6. t.ole .72 disdpulos lt:s detenniJl . u ~tst 6n, ~ Ic dt6 todo los podere ara u~phr:l:~, basta el de hacer milagro . ~ P .Elltb~o de lo . .hecho de los ap6stoles ;::tna epts.t~la; de. an Pablo, especia lrnent~ •a que c cnbt6 a Ttto, nos dicen que los a , t?le hacfan lo mismo que Cri to · . , poscterto de d. • • e cogtan .a u · 1 ctpu 1o , Ies ordenaban Ob·l1 \ po , pre bfteros, diacono · les daban · · -1 · • ' w wn y Pod ere ' encomendanrlol rle hacer ellos t tanto (E~. a Tito.) ~Quien ha ll amaclo a nou:so tro. l?rerltcantes·protestantes? Nad . .p qle ~.teu~n, pues, a in aerirse 'en el ~f~· o.r.e est.a ttco?. 'an. Pablo fue ll amado de ~~:~~ ~/fi~6traor:d~narw; pero con sus mil agros jus•• . f. lj rntst6n. Ademas de ''orden de Dios'" 'mo <l jeru. alem para comparar E . con el Evangcli o de los ap6 tole u R va ngcl!o tambi~n Ia· .autorirlad_Qe an Pe<.l.ro (Gc~~~~c~o ;el.lan\~?n hecho otro t.qflto nue .tros pto~·

\

")

Art . IV/"-] rarqufa en Ia Iglesia.

Lo cuatro

E~anaeJio

·~

\

h ec o de los pre en tan en Ia Iglesia . a n Pab19! nos quia perfectamente con tftu~d~ad~rad Jerar;por el mi mo Cristo y 16 a p~stol~s.or enada 10

p6stol~s y Ia Epf. t~la. de

iln

-13- .· Doce ap6stoles. cuyo jefe es San Pedro, 72 .disdpulo , 7 diaconos, es a sabe,r, Papa, obispos, sacerdot_es, diaconos: he aquila jerarqt.Ha. que nos presenta el Nue.vo Testamen~o, la misrrra q13e nos presenta s tempre Ia Ihlesta Cn-

,

I

~t61ic·a.

Las Epfstolas de. an Pablo y San 'rimoteo y a . a n Tito determinan. las cal~dades y condiciones para ser ahispo, sacerdote, diacono. Nos dicen los oficios de unos y de otros: enseiiar, reprender, exhorta r, vigilar sobre la pureza de Ia ie , ordenar ·a otr6s obispos y sacerdotes , ~ Art. v ...:..De Ia fe en Cristo sin las obras.

1 °. La Iglesia Cat6lica, fnndandose . s obre la d octrina <.le Cristo y de los ap6stoles, enseiia; 1 °., que en si misma la Red enci6n tiene un v a ior infinito; 2°., que hemos de cooperar a esta Redenci6n, no solarn_e,n t con Ia fc y la esperanzC\, sino t a mbien con las obras y los . pa.Elecimientos. Abusando de este misterio , c1 mas santo · del mund9, los protest~ntes nos dicen: · "La "muerte de Cristo tiene un valor infi.nito; las "obras personales del cristiano no aiiaden na"da a este valor; antes I ~ bacen injuria porq ue "lo co.nsideran como insuficicnte. Basta,pues, "tener un a fe firme en cdst Rcclcntor . H ::1cer "buenas obras pa ra aJvar c cs inCttil, aun in"jurioso a Cristo." L~s contesta C~isto (S. Mateo VII. 21"'y sig.) " .. uchos me diran en este rlia (del juicio ''final): "Senor, Sefior,en vue:;tro nombrecno "hemos profetizado, lanzado a los demoni'O y • "hecbo muchas virtudes?" y 'cnt6nccs, yo les

.. a I


)

---·

\.

-14"dire: Nunca os ,.e.onod; a p artuo s de mf por- · . (que ha ei "obrado mal". . Le conte ta an Pab lo"\Colos. I, 25);. "2~unplo Jo que "falta'' a los padecimientos ''de Cri.s to; Jo cumplo en mi carne en favor del "cuerpo de Cri to 4 uc ~ Ia Iglesia." E a sa- . be , que el . anto Apostol pat~. alva,r Ia alnuis ' " que " pa11ccet ..1 " como h a p~ d ectdo· · , • "tenta Cnsto. L contettt.a Santiago en su E pist. cap. II: ''ltue J~e "sin las obras" es una fe muerta . • ~-'q ue nd! irve de n ada ." · Les dice San Perlro, II Epist. I, 10: "E~­ " forzaos mas y m as, herrrianos, a aseg urar ".Por "buena obras" vuestra vocaci6n y eJec.:.. ct6n." .. \ . ·E l,~~smo Crist? nos dice ( . rJu r~ XIV, 1 6): St me ama1s, guardad m1s . mandamiento · ," pues en Jo mandamientos hav mucho rn a que la _obligaci6n decreer. E n fi-n, vemm. ·c 11 . .cast tod as las Epl tol::ts <~e 'an Pal .~ sl e ap6stol primero explica los misterio •,·~~ mas de .fe; luego, despues, pre cribe· las "ot . c.•s" que cada cristiano h a "de hacer'r egun u ficio propio c1e padre, madre- bijo, . e poso·, e posa, amo 6 siervo. ' Art. VI.-Penitencia y A.yun.o .

J

e un elm' mo falso conceptosobre la Redenci 6n de CYi to, los prote tantes h an, quitado ·Ia Peni.tencia y el ayuno. · · Pobre hereje$! Ello , que hablan tanto -de las E -critura agradas, ~han lvidado pues, la celebre penitencia de los NinjviMs durante tre dl-as, penitencia y ayuno que H piacaron Ia ira d -Dios y salvaron a Ia dudad? [Jona III]. . ~Han olYic1 ndn f> r 1;~('1"~ l"('l"n (' t::c ' f).~ '11 f'l C: n(• C'1·i~t'l•

lt' . ...

~.

-15que se encuentran c'~ i a cada pas.o en ·el Evan- · elio: lHaced pepitencia (S. Ma~th. _IV, 17) · · ~ no hiciere.is penit.e ncias perecerets rptser:;bletnente (S·. Lucas XIII. "3, 51). Haced . dtgno fruto de penitencia [S. ·Mateo III, 8]. jAy de t1 Corozain! 'HV ne t1, Betsa'da! porque ~0 h~b~i s hecho penitencia; si Tiro .y Sid6b_hubte- · sen presenciad o los n'l ilagro~ q~~ hab~ts .1?r.esendado, habrian hecho pemtenc1a ~n el cthclo · y Ia ceniza? ( . M~tth. Xl, 21-): Dt~s a Adan v Eva ·- lno le im.pu o duras el}ltencJas por su pecano [Gen . Ill], penitc':lcia que pesa!' s?.br.e nosotros? Y ·al Rey DaYtd, lno le env16 penttenci as durisima s por sus dos pecados tan o-randes? (II Reyes XII). · . b En 'cu an to .a l avuno, Cristo ayun6 40 dtas; nos dice .(~. Mateo IX, 15) que c.uanto el espo. o no este mas con sus hijos, esto~ ayunaran; los Hechos de los Ap6stoles, XIII, 2, hablan de los ayunos de lo profetas y ?octores q_ue . estabari en Antioqu1a; en fin, Cns to nos dtce que cuando ayutiem os perfumemos; nu~5.traca-. beza y ]ayemos nut!stro ,rostro para dtsJmular nuestro avuno (S. Mateo VI, 16, 17), ~

'

llr.t. Vll.-Los diez Mandamientos. _

. "Los diez mandamienjos de la ley, como estan expresado en el antiguo Testamento;" he a qui otro. terna favorito de los protes~an ­ tes. iPob rq> ciego~! no ven que .~e contrad1cen a s1 mism ; ~quieh de los cat6hcos h~ neg co jam as la obligaci6n _de guardar.los dtez m ahdamient ? 1 ero st· proclan,1a1s v~ otros Ia misma oblign i6n, c1aro es que es talsa v ucstra tearla de la fe "sin las obras." , Otr a osri : se escanda lizan, ·enos, porq_ue en · ciert pals"s , en ciertos libt;o~, los dtez

,,

. il


-~

·:·

...

...

,,,

j

.~

-16mandamiento son formulad <>i"' de una manere I;>reve; jq ue ignorancia! Lean ;· pues. el Evangelto y ver.an que Cri to . ha hecho Jo mismo ( : MarC'o. X, 19): "Bien ~bl:' los mandamt~nto : no. hara . acl ulteri o , no . ma te!', no l~nrtes. n dtga fRI.·o testimoni o ; no hagRs eugaijo; h ~nm a tu padre _y a t 11 m:1 ~lre.'' Eri fin, s de Hdve r tir que• de .los .die;~ tnandamiento ·, hav nueye que son qe Ia ley na ural, cotfltlne~ a los J~fiele . _y a los cri tirtnos,' .Y a lguna ve~e meJor ob ervados .por lo infieles que por mul:hos cri tianos. Art: YIII.-Del celiba.to.

\ \.

El celiha!o, digamo-s mejor, la virginidarf. c cosa ~~rttcular ~ la ley evangelica. La Vir..gen Mana, como dtgna madre de Cristo J n~u·­ .( bol6, Ia primera; e ta bl anca y pura. l bfl~dera· ..J San lose Ia imit6. ' · Cristo ha querido nacer milaaosamente de ut:ta virgen; vivio en perfecta virgYnidad· encomienda)a virginidad, repre enHindola' como upetio·r at matrimonio afiadiendo sin ~mbargo, ue e un preyllegi~ a pocos ;e.servado. Trata con favore especiale a las perona virgenes, como a los nifios cor t a edad al ap6~tol an Juan.-San Ju an Bautista n; era casado, .San P~blo tampoco, y deseaba ·que ~odos fuesen como el; (1 Cor. VII, 7) · Nos exphca.Iarga y claramente que aunque el matnm~nJO ea cqsa bueua; Ia vinrinidad es m'uy supe~10r. [1 Q6r. Todo el ca,pftulo VII:) ..V~a~s~ .en el' Apo~alip is [XIV, 1,. 2, 3, 4] los pnv1legtos en el <'Je)o de los que son "vfrgene ". Ello -cantan uo . cantico nuevo~.que s61o e~I~s pueden canJ=ar: t:ll os solo acompafian al dtvtno Cordero por: doquiera que vaya.

-

-17- .. Los sante ~ mas .grat1des, mas ilustr.es, han sido casi todos v1rgehes. · . . ·Art. 19~Del Brmtismo.

u~ s.olo 8efior, una sola fe, un solo b.a?tis-

.

[Ephes. lV ·5) "d agun ' . El ma rtmo se ' llama mo bautismo' de "sangre; " pero es ·• p or fi ·"lo cuando algUl'los pro~estantes gura' la mismo . . llaman Confirmact6n " h a ut_tsmo c1e f uego~ " El propio ·Bautism o <es el b a ub~ mo d_el ag!l~· Su efect o es que el a,Ima "nnce a Ia vtda ildtvt· na lque· necesidac;l tlene -de·nacer _otr~ ~~z. Por so }a Iglesi a. c~1(>1ica ''nun~a " Jamas hare~autizado a pers~.n~s ya "validamen.!e" bautizadas, aunque vmtent n de la hereJHl. 6 del cisma. .~ · · f' t El bautismo de los p{lrvul os es per ec amente "valido;" el Nuev o Testamento no los excluye del Bauti s ~o; y por es(?' e!l . todas Ia's I lesias del mundo, desde el pr~n c.1p10 ~P: .ha~ b~utizado. El mismo E vangd to n os tnstou~. que· han de bautizarse, 'Paesto qu~ Ia ter~era> parte mueren antes del uso de ra~on: y Cnsto nos dice (S.Juan , III, 5 ) qu e _naclle pued.e .~n- · trar en el delo si no ha cenactdo "del agua Y del Espiritu .Santo. '·Dejad a lo s pa~vt1los que vengan a ml porque de e.ll o · es el rem_o de los cielos" (S. Marc. X, 1 4) ; n os dice Cnst.o; ~co­ mo neaar ]a "vida cristiana" {t los am ndos de Cristo~ ·/ · No'mt' digan que p~ra una cosa tan grn ve es preciso qqe ~1 nino ex11re~e su vo luntad, cuando tenga el u J.. cle razon. Yo CO!It<::!'to q11e Y recon ' ' lo' ' en todo pa1s, la s ]eyes l.c:_n a I " pan-u el·derecho de heredar, de r ec1 btr lcga clos y donaci-ones· cua hto mas· CL1Clt1c1 .1 ' SC tra ta de la herencia'celestia l, de Ia vich etrrnn ~ (

.

.. ·• I

'

·~

'v

..I

',

..

-.


).

..·l .·

·-18E n fin, i el nino v a grand e quiere conde-. nar e, 1 puede de pue · d e b a utiza do, tanto com o· i no to fu ese. l._ ... AR T . x.~c

:'-\ FE 10 :'-i.

a n J.u a n , xx, 23 : " Lo · pee a dos se·r a n perrl o na d· a.qui ene . per tlo n a re.i. . .... eran reten irl · a qui enes lo. r tu:v ie1·eis.'-, Co n estas. p a la bra , Cri · to co ns t itu yc ft sus a'p6 teles .1uece pa r a 9.b o lver 6 c nd ena r; pties ningun Jtlez a bs ue h ·e 6 co ndew si n o despues d(' ha- . e r e ~tera<fo rle Ia A usa. E, .l o que hace el Co nfe o r co n Ia confc- io n d el penitente, el cua} e a Ia Yez r eC') y te t ig . Cl a ro e , 1 °, q ue ri sto n o dej a de er .el ]uez " , uprem o" ; pe ro el nce r d ote es el ::jtre-z inferior: delegado" por el mi s mo CristO', al cual Cnsto no m a nda que nos presep temos. 2° Que en t orla confe io n hay dos cosas di ~tin ta , Ia c o n ve r ~ i6n del alma v Ia declaracion· de lo. pec11rl o s; C risto n l esta blecer el sac r A. men t<1. u nif> o:s t a · dos cos::~s, y por eso las d o. so n "hoy'' ig ;.; n lme nto: "nece arias' ' : la pn mer a " sie m ore'' v " rle hec ho" · Ia . seO'unda "de hecho " cu i1n dr>-se pu crl e , i ~ o de ' 'deseo ' · cu ando no . e p ucc.l e co n.- e,?" lli l· un confesor.

y

/ ART . X I. -

E X T R E.\1 .\ - U ," C I ' N .

nnti w ro , E :st. V, ix~.

,. sigi.1 icn t es :

/

" ~ Es ­

"t{t enfa m f' ~l g u i-.o en tre ,-:>snt ros ? lame a "'I pres Jl t:_yti1 · d Ia l g le. in ,y oren por el} un-

.. J

" gi ' n rlo le cn tl 6 1 o c r1 t l no1:; b rc del ' e'nor v la '' oraci 6 ri de In fe sa l ·; a r ·' a l enf.:r m o y el ' e.n'or· " I~a 11\T · . ~' ; y : .r ·e 11a lla:-c en pe<.:a do e le ''perdon a r{tn." , . . El :acr m ne)J to IW puer1c f' Ci mas claram ente expli~ a d : i 0 . :.: <l pi ica ~·~ Jcs ''cristia-

.

-.19n o . " . ( El 6leo del cua 1 ha ula san !\1t:~ rcos (VI 1 3) . e aplica ba a "tdll a clase de per ·on a s," ; ern p a ra SHnar "el <.:uerp0" .-2.:> ., remite los pecA ios y .por lo tanto infunde Ia o·raci a ~ :l n­ ti tlcante: es un verd a dero Saera m;nto.

;

ART. XII. 1_EUCARi s TJ A.

En el NtJ e vo J'est ~ ment o h y tn.c~ ILw ares d isti n to s en q uc se }n lb)a de e:te , a l1 <r u : ti.- iri10 ;tcntmento. En el Cap. VI de an ju ;111 .sc habl <t de Ia "pro mcsa ;" er1 lo s · .trus tr~:::; Evangelist a s,. capftulo'-Cl e Ia <.:cna Pc se"ual, ~ e trata de Ia "instituci6n"; et~ el Cap. XI de Ia la. a l<;>s Corintio · (~0- 34. U ad~mas de Ia instituct6n_. e trata d~ las l'sposic_iones para recibirlo dtgnamente, y rle I s casttgos scver.os para los que lo reciben rna . 1. La.promesa. ',nel cap. VI de San Juan Cristo babla de tres qlases de pa.n: l ·C, pan d~ cebarla que l.a muchd]umbre, el dia antes ha co~ido en el de~_ierto 2 o ., 'et _mam{~, pan 'milagto§O que los tSt'a.elttas con11eron dura nte 40 a.~os en el desierto d~ Sinal; 3 o ., el "p·t·n . vivtente," _qne ha ~·descendido del cicl o , ' y 'que d~ !a ' ·vtda eterna ,•: laiiadiendo que este pan vtvtente, muy upenor a) m a m 1. , es ''El mis~ mo •" '- ~ cu~rpo y :s u a ngre ; y coJTl o ·a bf:'C que · este mtsten o s orprehdcnte . serf a di ficilmente crcido p ~ el cspfritu soberhto de los judlos le ,.habl a de "Ia fe," de necesi lad d e "creer e~ .. El ' y s us "su pa labr.as." · Los judfos ·<.:ompr~nd~o perfcci:a mente q.ue se t,~ata de. "comer Ia carne" y t om a r Ia "sang_re de Cnsto; pero toman Ia cos a en' 1 s eni ttdp ",material" de carne "crurla y ~anguino­ ·lenta' i Yen Iugar de someter hum ildeniente ( ~n ra 7. · n rt· h SH h iri urin del Hijo de Di os, po- · 1

sc

~

.

I


)

.

\

.. ••

J

0 SE PRESTA

.

-20nen {t m\lrmur~. Cri to no retira ningunp de u Ealabras; por el ccntrario, las repite, las .confirma; le abandonail__ sus discipulos. iQ.Ue dolor para un tal Maestro! . Con todo, no retira us palabras, antes se dejar\a abandon{:lr aun por los ma fieles. lo d<.>ce Ap6s.to- . ·les: pero ·los Ap6stoles on humildes; y sabiendo que Cri toes e1 }lijo de Dios, a'dmiten el . misterio, aunqu·e nolo comprendan.' 2 . LA•.in tituci6n, luego. despues de celebra~ Ia pa C\18 mosaica. LaCl palabras de Cristo on clara todo lo posible. "Tomad y corned; e tees mi cuerpo". E te caliz es mi sangre, que era derramada por vosotros." (S. Ma b. xxn. 26, 28-S. Marc. xiV, 22, ~4S. Lucas xxn, 19, 20-1 Cor. XI. ·24, 29-)- . . 3. Tanto ·m a s, que san Pablo, dewu~s de · haber referi ~ o la s mismR.s palabra~, f\Uade luego: ~·Porto tonto, qui n indignamente comiere.e te pao.y tomare elcalizdelSeiior, reo sera del "cu~rpo" y Ia "sangre" del Senor; y pot' eso, muchos de vosotro·s estais enfennos y muy debiles, y ban muerto m1 hos ." (1 Cor. · XI 37). . 1 Si, como dicen los protesi !\ I tes, 1~ Euca-ristia fue e un poco de "pan de . rigo", no tendrlan..ningun sentido las palabras tremendas de an Pablo. kdemas, el ·pati de trigo es "inferior' ' al man~, y cristo nos dice que nos dar a un pan'' ~erior" al mana, cosa que no se verifica sino en la Eucarist1a. \

FUERA ())E LA SAL.A .

-210_iga bien, prntestante;. c:que co a es mas .rlitictl, crear) 6 .tra_n ~bstanciar? Evidente ~s que crear. I ues St D10 . p ede crear y ha .-=reado; pu~de transubstanctar, y lo hace pur el ministeno del sact:rdote. ~ dira: en. . Can a el vino en que;: f;1e con~erttda e.l Agua, tenfa color, olor y gusto de -rtno; en el altar, la ho tia consagrada sigue con_servam~o cl color y gusto de pan: Bueno; l9uten lo·!ltegn? E - otro milagro aiiadido al pn~ero: D10s puede hacer e1 uno y el otro.

\

n:e

j.

QUE MODO. nSTA EL CUERPO ·oE CRI TO EN LA EUCARlsTIA.

ART, XlV .-DE

Todo cuerpo resucitado, en Ia CY!oria ~s un_cuerpo ··~spi~itual" (1. cor. XV~ 44);' no deJa ~le ser cu rpo humano, pero en varias cosas tlet~en leyes, "distintas"; por P.so, Cristo aparecte~do e a . us apostoles destJue de su resurrecct6n, les dice (S. Lnc. XXIV 39) · "Ved . .~is man?s y mis pie~; palpad y verl, qu~ el esprntu no ttene carne 01 ·huesos, como veis que yd"'tengo;" y por otra parte, este mismo cuerpo entraha en Ia sala de Cem'iculo,· "estandocerrad,ns laspuerta '-' [S.Juan, XX 1'9]· · " cte - 1a vtsta · ' ' ·se '' d esaparecta de los discipulos ( . Luc. XXIV, 31.) Podemos llegar a tener alguna idea clel estado_ del cuerpo glorioso, .considerando las . pro.~ted ac;l_es de lo que la F1s1ca llama "cuerpos tmponclerables", comp la luz, Ia electrici..dad, el eter; las leyes ~ue rigen estos cuerpos "ponderable " 6 pe ~dos. Un rayo de luz no ·-ART . . XIII.-DE LA ;'R.\NSU:SSTANCIACI6N. pesa, nose rasga, no se mancha nose masca E ta palabra c.s candaliza a los pro:testan· nose digiere, no. se apuqala; Jo ~is~o .suced~ tes. 1Que hip6crita s! El milagro de las bodas : al <.;uerpo de ~risto eo Ia hostia' consagrada de Cana, c:no fu ~ · verdadera transubstancil;l· ·p esan Ia~ "apariencias" de pan, se rasg~n, s~ ( ci6n? c:El agua rio fue. .''convertida" en vino? . . (•

,

'


)

••

'

-2 2 orta n, !'e mn nd wn·. etc ., noel ~uer 1 o d e Crist . Pn rj ll porl;jrse Ia [ t p !l l'lC il CICI S , no d . ue po r1 c ·r i ·to : lucgo que sc puJr u , el_ cnt:r0 c1 ~ r1 ~ to d ej a de e ta r pt e:-ente. En fin, lo c(u e ha n e. 'tudi a do .F.ilo. o ft ~ sal!en q ue los co ' q 0 ulnriosos p a rtt ct p:~n· en alg9 . ~c e. tf priY ile O'io cl e lo..:; cs pl ri tu : n o ~e r s .tm·.ttr los a Ia lev Jel ' lurYa r o xt c'ns i6n ·matena l' , co mo ' 1 , ·o n lo. c n~· p o : m ~tte riale!' . ·, Art . . V.-Dc 1:1 pre. encia ~ i n:ultft n ca oc C ris t lJ p or do q u~cn t q11c h a y n h ostw ~ c on~ ag rn d::ts .

L f, p re. eti'ci a simu lt{w ea d ~ u na per o_na hu ma na (a u n cn· c · ta ~·ion m n r.t al) en va n o lug<t res el i t iiit(Js, ' ~n m_il ~tg t· o qn; , n ~ · obr.~ ­ puja {t ln 9 unip <.'tc-ncta ~ 1\· tn a. ( \ ea!'c l_a ~;'­ da ue Hn F r.a nct"r.:o J av ter, de sn n A n t o n ~o, ... c PadtHI de a n Lig o rio). · .c. i ~ n o voz hum a n a fuese t n n po r ei(O a que pu d i e ~ ~ o ir ·e en toda la t ier m y q ~ ~ ~r o nun­ cia- ~ Ja p al a hra "yo", est a pa l ~tb J.a , a~,n q u_e " un it" en . 1 rri isr..1 a . Rt'rlH ~ ·mu ltlphc ada 1111ll o m:. 0 \:eccs, .' t:_::~un e1 num ero c x ~ ct o de lo s h a bitante!' de n ue tro p l an e ~a.. t el . ·er bo " h u m an o " pu ed ~ sera 1 m';lltJphca do l ~ n o. lo pod fa el' erho rli vino , r es tt cJt a do en la a Jon a ? · Mi a lm a c. ta "tocl a" I 1, t oda 1 en cacla p a rte de mi. cuerpo y s in emb a rg o -:s un a sola nl.m a , -Ac o rd~ mo n s tamb iCI~ de lo que e h a lt_1:ho en el ~ r ticu l o X I V. . .. , , E. ta pe 4 uefi a co ~n pa r ~c J.on es11 n os hCJce~ " n po"'o " P~tre ,·er co mo --nst o u!lo en s1 ... es T tlu m e, nc • " /.It' lA m.ui m o ", ~ m e n.te:- m u tp <:: en .u n · co p6n yen toda las tg le ta del mund o . .

,.

1

ART. X IV .- D E L

ANT O

ACRIFI C .IO D E L

MlSA

preguntaba ir6nicaC ri to c.· rez ·ruisa? . , • - ' I mente un prote'stante. jQue tgnorancta. con-

-23- ·" tec;t6 cl ca t 6lico por· cierto que sf. i_No cc noce , pues, lo Evang elios? Lo que hizo Crist o el Jueves anto es 't1 na verdadera mi ·3a. La .e • coci a de Ia mi . a . conQiste: 1 °. en laconsaara0 ct6n del p a n y del vino n uni'n co n la mu erte 'de Cri to eri el Ca lva ria; 2 °. en la co m.u ni 6 n. Amb.a cosa s hizo Cri to el Jueves santo. " '~o"'!~t;tdo pan . cli6 gn1cin s y io parti6 y le dw, mctendo : Tom a d y <.:om ed, es to es mi cuer po, el L"tl a l por yo o t ws. er:l-entrega do (a la mnert e)i ":( t o ma~o as! m'is n o el ca liz, dijo: ·este es el cahz de mt an ()'rc ·qu<.: sera derra ma d a'' . [. . Luc. X~ II. J 9 20; l a . Cor. XI , 24; M a teo, x.·xvi 26; . Marc. X I V. 22]. i_Qt1ien n o ve Ia co nexi6 n del ~ a crificio incruento del ju eves con el · ~1c rificio a ng riento del viernes ? Adem a Cri sto di 6 a s us ap6s toles el enca~go y el pod er d e hncer lo mi mo en , memori a de El ; {S. Luc as X XI1 1 : J a. Cor. ~I. 24, 25). Este pod er y encarg o, los ap6s toles Jo han tras~itido a l os sacerdotes de Ia nu va Ley, -L__QS, ~acerdot es hacen hoy "d~spue s " del sacnficto del Cal v aria y "en uni6n" con este · s ~crificio ,- lo mismo que ~risto hizo "antes", ~} J ueves. S~J?tG, uo di~an los Protestantes: . El sacnficto del Calvano por ser de uri va lor i,nfin~tu, .'!lo puede ser' renovado. Falso, .el valor tnfintto de un acto no impirle de. ningupa t"Qanera que sea renovado. Cri~to ba re'novadb mil v eces su s . actos de amor para con su Padre eterno, para con los hombres· · mil ve~es ~a ren<?va~o sus actos de humildaa~­ de pActencta; y ·m embargo, cada uno de es-· tos- actos tenia un valor infinito.-El acrificio ~.eJ. Calvari~ p.uede ser renovado, y por dispo. :SJct6n d~ Cnsto, es verdaderamente renovado ( 1

1

1

1

I

,


). ,·

-24-

..

\

J

en Ia mi a con las dife~ncia secunrla rias que igaente: · . 1 °., E~ In Cruz. Cri to se of~i6 por si mi mo. fue ''sacerdote" y "v.ictima"; en el Alta.r se •• · e ofrec "por "manos y palabras".del sacerdote. 2°: En la Cruz, ''muri6 materialmente", padeciendo mucho; 'en el Altar no padece ni· pucd adecer, porque ahora su cderp6 e' un cuerp g lorio o, re u,citado -en la g)oria; en e1 ltar mnere; pero de una muerte que · e Harne "mi, tica'' 3°. En Ia Cruz "mt:reci6" la g l<Yria cfe'rna; en el Altar, no tienc mas motivo de mere ·erla:. ya 1a posee. 4 ° . En la Cruz borr6 los pecados del mundo; en el ' Altar, .. aplica" lo frutos de la Redenci6n. Para comprender. un poco 1~ que es l.a \ muerte·mi tica del altar, es prectso adVjC~·hr que Ia. esencia del sacriflcio con iste en qhe Ia victitn.a . ea "de truida"' para testi-ficar el supremo dominio de'Dios, sin rep:;trar en el "modo .de destrucd6n"; v. g: el holocausto y elsacrificio pad fico son igualmente sacrificios, aunque el modo ' de destruir Ia victima ea diferente. Ahora, ~ quien no comprende que. en el Alta~·, aunque Cri to no muera materw.l!llente, eta ma •·• aniquilado" que en elCalvano? En el Calvario se Yeia el ctl(rpo, se ofa la voz; en el Altar no e ve nada, nose ·oye naua, abso- · lutamepte nada. En el Altar, b~o en el Calvario, e~ta,' pues, la mi rna v1etima, Cristo se inmola con el mismo amor·, por los mismos fines; cs, pues, el mismo sacrificio: no se . diferencia sino en el mo.do dt: inmolaci6n. ·En fin , es preciso aftadii que las palabras de la tonsag~aci6n tienen la "fuerza intrinseca" de ma~ar a Cr~sto, de

· -25- . separar Ia ~arne de Ia saugr ·, aunque rio baya s~araci6n efect}va, real. · AJ{T . XVII.-NO H AY MEDIA COMltNI6N; .PFRO . sf 01\f ' NION"'ENTERA

Es a saber, que Ia pe.r s na que COJ11Uigat aunque no reciha :-;ino Ia l o:-;tia y no el .diliz recibe a Cristo CJ)tero , su cuerpo, Sll SFI110'r/ su alma y su divinida:d; IC'l mismo seria ~ )~ persona no tomara si no el ca lit:; recibiria a Cristo entero y nola mitarl de Cristo. iPor que moti vo? Vamo!' a ·e)(plicarlo. El efecto de Ia Consagraci6n, cs poner en el A! tar a Cristo tal ' cu .tl est{t en el momento en que se hace Ia L_onsagraci6n, pues, ''aboran Cristo esta "'·iyien lc" en ~I cielo; !fu alma, sti sangre, no est{ln sepHn:tdas de su carne ni tampoco en.el A.ltr1.r; entero esta en' ta hos'tia entero en el caliz: quicn toma Ia hostia "sola'' recibe "todo Cri to;" no hav media comuni6~ pero sf comuni6n entera. -. Otra cosa h ab rl'a sid o si un sace~dote hllbiese cQnsagrado en los din . en que Cristo ''es· taba muerto" en Ia Cruz (> en el sepulcro. Ent6nces s1, la hostia no hubiera contenido sino la carne, y el caliz Ia sangre. I

J

.

ART. XVIII.-MISA: POR QUE Jl.lO SE REZA HOY. /

EN LENGUA V LGAR.

Es lo que preguntan los p~otestantes. Les c?.ntesta -~1 cat6lico il~strado: "Ya se ve, iOb ,..hlJOS del hbre exameri! que no COOO'Ceis )a .histori~·de los tiempos pasados, ni siquiera la d~l ttempo presehte. Lo que reclamais con tantas voces, es'ju·stamente lo. que han hecho ( los a)?6stoles. C~da ap6stol, para celebrar Ia .

'


)

••

.

.

...

-26- . mi s'l, tom6 Ja lengua vul~ a r del_ Jlal en que prec!icaba ; por e:.o, hoy mtsmo mtentras estam · bablando Ia mi a Se reza en hebreo del · 1ti mp0 de ri~to, e!l arabe, eo ~tiope~? iriaco en caldeo, e.n gnego, en latm en bulgaro, ' en~ !avo en nrmenio; diez lengu a ~ .distintas, cuale Ia ' h· blaqa et vulgo en el t iempo de lp_ ap6 tole . . . i ·desp ucs, con el ·cur ' .cl~ -!_o~ stglo· , el vulgo h a a lterad? la lengu n pnmt~tva·, n tiene Ia culpa Ia Igle ta. Ella, Ia Ig!e ta d<! Dio eterno, no pue~e cambiar l'a lengua litur.gica , 'como la senoras mundan a . ~ambian de moda ~ . ,. Cua~o los-ap6 tole· vm terq n al Occidente de Europa, ellatin era Ia lengua vulgar: . Ellatln adopta-ron los ap6 tales; el tnisttl . latin u an to ~ S<:lcerdote ~le Ia Europa occt dental y lo pat es evangeltzados por ella; lo dema u an otra lenguas.

-27toli -: o ::. ; el :u<:rpo que tienen ·h:-tn de a limen tar- . lo y .:ubrirlo. En lo siglo - pas"::tdos lolesia teni ~l biene~ Jli'OjJiOs, <'.4.,YO S red ito~ ~rVfa~ pa.· ra hlmnnutenciondelclen). Estosbienen e los han m~!adu l?s gobiernos d l' hoy: es .preciso q~e ~-~ ~tero vtv~ del a lt<tr:-_ Cuand'-' tenga las p1t1g u es. ren trts ue Ios pref!Jc ~t n t<:s protestantes el clcr\ l dejara en el acto de c ~ br~r lerechos. C1>n todo, al sacerc~otc :1 nt.riento codicioso, In I gle~irt lo repnt e,)c-t Y .n mclena. ' '

Ia

~

AHT. xx. -UN O ES IJIOS, Y ~o EL MEDIAi'\ERO E:'l:'l'RE J>ros Y J ~ 0 . . HOMDRE~ -< I t · JESUCRISTO Hm.IDRE.

\

I.

ART ~ XIX .-LOS QUE 'IRVEN AL ALTAR . HAN DE VIVIR DEL ALTAR .

. I

Asilo dice San Pablo (1. cot~. rx, 13, 14): 'iNo ·s a beie que los que trabajan en c1 Iugar " anto. han de vivir del Iugar an to, y que los 'que sirven al altar. hat< de tomat: parte del "altar? A j• mismo ha dispuesto Cnsto que los "que predic-an el Evangelio, vivieran rlel Evan "geHo<' · , . , . . . C'nsto cno rectbta hnmsna para altmen·tat e y para sostener a . u doc:~ ap6stoles ?" . -..., 72 di. cipulos? Eraf\ t.an abundantes estas h. mo nas, que J nd~s·( encargac.lo de l_levar 1~ hoi a, pen 6 que poo.fa robar algo sm que se cortociera. Lo · diPzmo y primida de Ia ley ' antlgua, tno'fueron manda~o por el mismo Dios? . No son espiritus p'n ros .Jos sacerdotes · caJ

\

Contcsto: m~flif!.nern " prima rio v nece ·ario," f. Es In doctrina funrl ~tm enta l de Ia Iglesi :t. Pcro cso no exclu ,-e (t los medianeros '·seC?tm d a ri os " y 4 uc "n (> . on necesa rios." Dios lr empl e't ft m.enurlo; v. f'., el ftt1gel del Si· naf~ an Ga?riel enviado ft ];., Virgen Maria, San Rafael a Tohfa , fueron nnos verdarleros media.neros . Moiscs, Elias, Eliseo v los rlemas profe~ fueron medi~ neto s entre Dios v ei pueblo de Ist·nel. · · . .La Virg~:tt. Maria, lno e la medianera l'or .qmen nos h a ·ve,nido Cristo? El milagro d'e Cana, lnO Jo hizo Cri~to por Ia intervenci6n de su Madr·e?-~Cristo no sc ha valido de s u · ap6 tole~ como de medianen~_-.. para predica.r, hacer mtl~gros. fundar su fg lesia?-"Todo Pon~lfice, crice an Pablo .[He.breos, V, 1 ,] es mecltanero entre Dios y cl p ;1eblo." Todo cristiano, aun el mas gran~e pccn dor, · al rezar el Padre Nuestro, es , por "d1spo ·ici6n 'divina, intercesor" por los demas cristianos: 11 erd6~S:nos nuestras deudas .... :.no nos tlcje caer ...... 1t.bn1nos de todo .mal.

(

I


)

NO:SIJ PKJISTA

.

-28Verdad ramente: rliria que no conocen ta Bi btia e tos prote .tant~ . . XRT. xxi.-DE LA

VI-RGEN MARl

.

1o u lnmaculada Cor:cepc i6 n.-Es unod to · do~m::~s que n o e t{\0 en Ia Escrituras< no · ha v ni tlo poi Ia "Tradici6p divina ."e. {t ab ·r.: que· ,nos ha sido enseiindo "de viva voz:' .l .... · ("noma ")porlalu-1 ia;<~ .+fm•ron tr a smt-, • ti o todo · I dog~ a de Ia Re!ii?i6n des~ie Ad a n b.a ta Moi ·es; asi fue tras1m:tdo el mt mo Ev.art_..gcliu .c nrante lo: 10 primeros aiios despues tle Cri t . . ., . , Antes de proclamar e tc dogma ( de Dt~ c~mbre de 1 r.:4) Pio lX n:anc~6 ha(:~r ent?doel orbe cat61ico largas y mwucwsas mvesttg.~­ ciones q las cuales re ult6 que "de de los pn'meros siglos" la Iglesia cat61ica tenia y profr saba este .do ma. ·2 o u taternidnd divina, la confie an · los protestante ortccloxo~. . . 3o u pe1·p~e~~a ~ir~inal pur~iGJ._, Ia ad!n~­ ten los prate tnntc. _ha s ta ~ 1 nacumento dlvtno de Cri to· de pucs l a megan alegando el Evangelio d~ - ' . ~la -co~ (VI, 3) 4ue dice: "~N<> · e :'este el HtJO ~t: , l:J qa, _el hermano ~e ~a~: "ttag0, v de Jo ..c, y de .J uda. y de ~lmon. E~to - pr tcndi~o herm~ s de Cnsto, no eran ino u . pnmo herm ~ no 1 6 segundos, -., pue to que er:an hij o. de Alfeo (San :M.f}teo X, . 3; . .Ma.r c'o · III, 1 : ': Luc . VI, 15; H~ch~s I, 13) y de ._I n ia cle leofns .. hermana o pnma: ·hermana de Ia Virge11 Mnna [ . fuan XIX, ' 25; . M a't eo XXV I, 55, ·56; MarcosXV,40]. Ale~an tarJ'?hien los prote. ta~te la pala~ra "pnmogenito" aplicana 6: ~nsto. Es~a aleJ .gaci6n e pura malicia;· Ia pa,labra "pnmo~-

i

\

\

FUERA ([)B LA 8A.LA

-29- .!lito" por si misma q\liere -decir el '·' pritper" hiJO que tuv:o una mujer, sin ex;:i.minar si despues tt;t vo otros 6 no , v. · , aunque Maquir fuese htjo "uni<:o" 6' "unigenito" de Manases (Num. XXVI, 29), Ia Escritura lo ll a ma primogetio Qosue ~VIII, 1)_._. porque r~e vera_s era uno y otro; a t es. de Cnsto . iQuc nos dtce el simbolo de los Ap6sto les, cuya autoridad acatan 'l os mi'3mos pr<;>tt:stant .s ? "Creo en Jesucrist? ... ... que nact6 d<' ~~ "\ irgen" M::tria. .E n mnguna lengtw del mundo sc ll ama virgen una madre de familin, por rna~ que hay a ··sitmpre" llevarlo Ia Yidzt mas anta. -< • . ~4°. Su Med_taci6n {> Interce"i6n. i f>or ·qt;tten nosh~ v«mdo Cristo? ~no cs por que Ia Vtrgen Mana? ~Por que Cristo n nticip6 su h?ra de hace: ~ilagro~ cambiando el agua en vmo? ino fue porIa "mtercesi6n" de su Madre? . . 5°. Su culto y sus hrmores. Los cat6li·C ?s.saben que la ' Virgen Maria no es persona dtvml;l, que es .t>uramente humana; pero sabeo tam-bien que D10s .se ha complacido~ en honrarla de una extraordinaria ' llenandola . manera . . -de santt?~d y haciendola ,Madre de. su Itijo. ~os catoJtcos_.honramo , pues, a Ia V1rgen Mana porque pnmero Ia houraron Dios v su 'Hijo Jesu·c risto . ~ 6°. La Virgen Maria es la . mas humilde -de .l~s. cr'atura ; in emhar'g'o, in spirada por • Esptntu , an to, nos dice que ."hiena venturada -1' la proclamaran tod:..ts las-generaciones. porqtte ·en Ella 'el Todopodcqo o ha hecho ·crr2ndes co 0 ' sas." . [S. Lucas, I, 48, 49. ] 'Avergiiencen e to prote tantes vie1ado (III 1Reyes II, 19) c6mo Salom6n honr6 a su ma·,dre BetJ'lsabe-primero tan pecadora . . ,Lean Q

',

. •4

J •


.

)

).

-30- . tambit:n c6mo n ro trnt6 {~ E ter (X \, 11 ig.), c mo Faru (m a Jose y c6mo Asuero a Ma'rd~queo . . Por ve ntura, tCristo ~ ri ~.l infe\rior a Salon~6n y Asuero? c: La Virgen MHria ~eria inferior a Bt:tltsebe, a Ester y ?-.lose?ART. XXIL- RA

)6 . A LO '

A~GELE

Y ~ A . TO.

Dios . a bonrrq .o a . us antos v.alic ndose de 'ellos como m cd in neros para llc.var sn pala:bra ·a lo hombr ~. y h:~ce r ~ilagro . . Rt:cibia con gu . to la.~ or .:H:i. ,nes que le had<t 0 bra han . eri favor de Sqd P tr : t~y lo. · acrificios que hacfa Job por sus i~rHtos amigos, las orac.iones de Moi e en favor cle Israel. Dios honra ti su·s angele!', se sirve · de ellos ~om de meclianeros. Recibe de su. manes las oracione~ de loc: hombre (Apoc. VIII,_ 3, 4.) El arcangel San J,afael · presentaba a Dws las· , \ \_ oraciones de Tobie~s [Tob. XI.I, 12.] 1 Los -cat61ico , pues al invocar a los angele y santos 'iguen el orden que ha determina·do el mismo Dio ; Ia's invocan 'para que "apoy.e n 1 so ·oracioile ante Dio ·, de quien "solo" vienen todos lo bienes. ART. X ./lli.-NENER .\CI6>! Y Ct;I.TO

A LO

NA:-lTO

A Dio. 1 y {t Dio. ''56lo" Ia Igle. ia cat61ica

tri 'uta el ctilto de "adoraci6n" 6 "!atria," a lo ahgele v ant e s, el caJ.to de vener~ci6n 6 "dulla;" y. 6 !a\ irg n 1\ aria, '1 ot· motive de -..., su emine41cia y u. ·gran·de. pd\.- il gios, el cul- ~· to, de "hip rdnli a ~ {. i.1perveneraci6n.) ' ~ . lJio ~·no hn hon,rado, ;n e. t~ mundo a ~u angeles y a su '. a ntos? 1 y uul veces, y de ' mil manerC! ; heroo , pue , de imitar ft Dio • ' hacienda lo mi,mo. Cuando Fara6n hour;;tba . tantO a jo.c, tDO mahciaba · tambicn que l_Qs egipcioR Jo honr:1 1'1n? ~.Jo 1~ '1~ 1' ·1 n t m t.<~·1 tr:'

.· '-31~s~ero para con Manloquo? En eso co~n) en o o lo dcmas, Ia mi ma Biblia. com bater a los . protestantes . ..... , , A~T. XXIV.-HELIQ IA ~ DE LO. 'ANTOS .

- ' Dtos t?~ clio ft 1o_s hut;.s os del profeta .E liseo el pod~t dt: resuc ttar a un m uerto? [IV Reyes x.ur, ...J ,) L?3 cuerpos de lo santo·,· ~no h~~ std?, en s ~r vtd.~ , cl ~emplo de Dins, del• Es,. ptrttu an to? ( 1 Cor. III 16 J 7-L- VI 1 - 2 Cor. \I • 16) -;:noes, · · ~ 'muy' J4:sto · · pue::., YC:Jcrar estes cuerpo ~ · · ·· conservan "' con respe· _ to vLos . m.undanos,'-~no 1 .. • • - amor as . re 1tqutas" de los grandes hom.: '?res. de los btenh~chores de Ia hu.manidad? c.~o se COtJ~er.van ~odavfa con respetos el baston, el corazon de "un Voltaire , el somb . de Napole6n, etc.? ' rero . ART. XXV.-IMiGENES DE LO

SANTOS.

Di?s pro~ibi6, en el primer manrlamiento acer tm agenes de hombres y· de anillJa les pa' ra "ad . ~r t·as. ' ' . p ero los cat6licos no adoranlas unagenes · . .nt bultos·, saben muy b'ten que no son Sl110 mp.der.a, papel 6' pintura; los veneran por q~e ''r:eore entan'' a j' merecen . ,pe sonas que venerncwn, como los amcricanos res. J~t'tan Y' ven J'Cll'l las imagines v bul tos de F~·hv~r Y de Wa~hington. ~ . • La b~~era nacional de cada pals, ~que li<sa es Sino unA.s pocas varas de genera de va. hi~s col~re ? Y s m · emb~rgo, jque rc:-.peto! if!tte onores. Cuando vuelve deJa gttel~ni, desCTar:nda por l~s balas y Ia metralla ·cuanta lona_se l~s. tnbut~ a esta·s informe~ ~rizasl • g · El mr~mo D'ws, ,que prohi.bi6 h~ce-r im a e. ne~ de .ammaLs, ~no mrLnrl6 poco uespues -~a-

b


-DAMAGED

P~GE(S).

). -32cer Ia er piente de h ronce? lno mand6 a Moi c~ que Ia pusier:.1 c't Ia vist a de los israelitas_? l OO di 6 {l este bru m·e d- }.10der cie san a r bert· d a . ·.mo rt a les? ln · · .nand6 poner so.l1re el area de.la a lia nza d s r1 g uras de q ueruhln? Salom 6 n, l OO hizo 1 2 f! g u ras de bueyes ~- 12 d_e leon ::; pa r a ·os tell e r t ma r d·· h ru m:e l nQ ht-· zo o t ra · 1 4 figu r:; · k leo ne;; de oro pa ra a · do r na r u tro no? ~ •raso lo rep re.n de Ia E crit ura agrad a p o · ·~ o? ART . 1''·

Por rna que b!ia h a bla cl anu

i. -PU R G A T O RIO .

los pro test ~ ptes, la Bi'~ del P urga tori o .

• 11

le los Maca beu se dice 1° En ellib1 ,a nd 6 a jerusalen 12.000 que Jud·as Ma a• .· · acer(~ otes ofreciesen sa;· \ dracmas para q t: "' r ·los pecados" de los crificios y oraci( · ;•pues es un "pensain~en· soldados "muen.• ·•orar 1por !Gs muertos to santo" y salu 0 ~ libre de.todo pecarlo." a fin de que se qul ( Il Mach. XII, 4 3 2° I San Pe1. III, 19. " Dcspue de "muerto. Cristo, S\.1 . !ma se fu e [L p redicar a "los "esplritus" qu '. es taban en Ia ''carcel." "·Estos e p1ritu h"<~ hla n sido incrcd u_los ala . ''pa labra de- .~: ·oe , quieo mientras fabncaba el /area , ks exhortabH ala penitericia.' ' ·-· El !' Seno de Abn ha n" no era una "cartel," . era un Iugar de ; t·on uelo" al que los angeh ~ llevaron el alma del 1bre L a zaro; era el '' P!. J ra\so" que Cristo- pr •neti6 ..al "buen ladr6n.' ·. Esta carcel, en Ia qu . _ra n detenidos estos es- · pfritu antes incrt!du .. ,· es el pulgatori~ cual tlo entiende la lgle~ i a . ../

r

-3:1-

,

· , AR'I'. XXII.-INDULGENCIAS.

In,d ulgencia es remjsi6n ); perd6n del todo 6"parte de la penas queel alma ha de· paoecer en el purgatorio. ,., lQuien concede e te perd6n? La Iglesia, porque es <;Jepositaria no solamente de 1~ doc ti"ina sino tam bien de la,., autoridad y de los tesoros espiritua1cs de Crist~. i obre cjue s funda Ia Iglesia para otorgar este perd6n? Sabre el valor infinito .<le las s::ltisfaciones de Cristo en su v ida tl10~ta1, s u pasi'6n y su muerte. · Reflexionen bien los protestgmte~ y ver{lO · que negando las indulgencia~ se contradicen a sl mi m·os . lC6 mo, protestan t e'ile tu autoridad "privarl11,: ' te aplicas a t1 mismo Ia Rcdenci6n de Cristo para quitar!e los pecados "morta les" y ·la pena "et<:;rna" del infierno que por ello~ ha merecido, y niegas a Ia Iglesia de Cristo el poder de tomar ~Ligo de esta misma Redenci6n pgra quitar los pecados "ve· niales" y las penas "temporales" · del Purgatorio.

..,__

.•

r , r_

...

' ...··,

(

'

Profile for La Colección Puertorriqueña

Librito en el que los errores de los protestantes son refutados por la misma Biblia (1903)  

Ponce, P.R.; Impr. de El Ideal Católico, 1903

Librito en el que los errores de los protestantes son refutados por la misma Biblia (1903)  

Ponce, P.R.; Impr. de El Ideal Católico, 1903