Issuu on Google+

ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

Capítulo v1: Dolce Piacere Caffetteria ―¡Apresúrate! ―me dice con la voz muy ronca―. No falta mucho para que la tormenta vuelva a estar sobre nosotros. Poco a poco descubro que me he quedado atrás. Mientras corro, voy dándome cuenta que me he rezagado en el avance porque mis piernas, aunque siempre han sido largas, son visiblemente más pequeñas que las de él. Mi perfil choca contra la multitud atolondrada que espera en la esquina de la acera y mi cuerpo se une a la manada; mientras el afluente de autos cesa, voy documentando el comportamiento del rebaño humano que corre despavorido por La Pucelle Boulevard. Mi memoria fotográfica captura imágenes en todas direcciones y las almacena en una videocasetera vieja; esa bendita videocasetera que se enciende segundos antes de proyecten los exámenes finales. Cuando Léonard al fin tira de mi manga, me doy cuenta que el semáforo se ha puesto en verde y es momento de avanzar. ―Mismo lugar, ¿cierto? ―pregunta para no disminuir el ritmo del encuentro. Asiento con un movimiento imperceptible de cabeza. Léonard lo registra y lo interpreta. Seguimos recorriendo con toda premura cinco o seis manzanas al norte hasta llegar a la zona más toscana de la ciudad. La fachada granate y las jardineras colgantes repletas de surfinias multicolores, anuncian nuestra llegada a Dolce Piacere Caffetteria.

47 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

―Tómalo. Seca tu rostro y peina tu cabello. ―me dice el joven una vez habiendo llegado al zaguán―. Obedezco abriendo mis manos y él deja caer un lienzo pequeño con olor a benjuí―. No podremos entrar en condiciones como éstas. No quiero que llamemos la atención. ―Eso a mí no me importa ―arguyo enfadada sin temores ni consideraciones. ―A mí tampoco… Pero debes entender que nadie es como nosotros. Convencida, subo los peldaños asiendo un bonito pasamanos negro y Léonard abre una de las dos puertas de madera dejando escapar un suculento aroma a café tostado. Entramos como si fuésemos pareja, sólo que ni él ni yo nos damos cuenta. Para no perder la dicha del detalle, voy recorriendo todo cuanto mi mente puede procesar mientas avanzo. ―¿Dónde nos sentamos? ―pregunta Léonard con gesto afable. El silencio sigue reinando en un ambiente de cálida exclusividad romántica. Las cortinas de gasa italiana combinan de maravilla con las luces tenues y los esquineros de ladrillo urbano. ―Allí ―apunto a la mesa más firme y agraciada de la estancia. El joven camina a mis espaldas y aparta la silla para que pueda sentarme. ―¿Feliz? ―Desde hace mucho tiempo anhelábamos esto ―me corrige ávido y glorioso. Mi mirada perdida retorna sobre él por inercia y vuelve el miedo por el simple hecho de seguirlo viendo. Evito cruzar palabras y ahora me dedico a recoger morusas del mantel de cuadros rojiblanco. No encuentro ninguna, pero sigo haciéndolo con tal de no verle la cara. Y aunque sé que a Léonard le da risa, finge bien y no reprocha mi conducta. ―Bienvenidos a Dulce Piacere, hogar del mejor Riccota Tiramisu en Francia ―nos recibe un hombre regordete de ojos azules y cabello bruñido―. Mi nombre es Filippo Mombelli… Yo los atenderé esta noche. El camarero se aproxima y nos entrega el menú en mano.

48 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

―Volveré en un momento para tomar su orden ―gesticula moviendo los bigotes poblados con gracia―. Con su permiso. Cuando Filippo apenas se ha apartado unos cuantos metros de nosotros, ambos abrimos la carta y recorremos con el dedo los manjares y sus precios. ―Un Champs Elisées con doble crema, por favor ―ordeno minutos después. Mombelli anota y espera con lápiz en mano cualquier palabra que emerja de mi boca. ―¿Y para usted caballero? ―Un irlandés con media de whisky, por favor. ―¿Algún acompañamiento adicional? Léonard hace un movimiento con la mano para anteponer mi turno y postergar el de él. ―Mmm… Una rebanada de… ―y vuelvo a repasar mi índice sobre el menú―. Mmm… ―Permítame sugerirle señorita el Rum e Mandorla Torta o el Caramella Tiramisu, son los especiales del mes. ―Una rebanada de Caramella Tiramisu― decido rápidamente. ―Que sean dos ―corrige él. El pequeño block de notas al fin ingresa al fino delantal del camarero y nuestra orden es llevada a la cocina. ―Regreso en un momento ―se despide cordialmente―. Disfruten su estancia. A lejos suena un manotazo sobre la mesa y luego una voz melosa suplicando. Ambos giramos la cabeza por encima del hombro: el novio de la joven pelirroja se ha levantado y ella trata de calmarlo. ―Frecuentas este lugar desde hace tiempo, me doy cuenta ―le suelto a Léonard antes de que se le ocurra fijar el rumbo de la charla. ―He venido un par de veces. ―Yo solía visitarlo más seguido ―pienso en mi infancia con papá y siento ánimos de apachurrar la azucarera―. Pero desde hace un tiempo me ha sido imposible regresar. ―¿Por la crisis económica? 49 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

―Por la crisis y la escuela. Con eso de que día a día la situación empeora y los deberes aumentan. ―Me recuerdas a Matilda ―tontea él alegremente. ―¿Matilda? ¿Quién es Matilda? ―La muñequita argentina de melena obscura e ideas humanistas… ―¿Te refieres a Mafalda? ―Exacto ―apunta él con premura―. ¡Mafalda! Queremos soltar una carcajada, pero no lo hacemos por respeto a la muchacha que ha empezado a hipar de forma extraña. ―¡Bah! ―exclama vacilante momentos después―. Matilda, Mafalda, ¿cuál es la diferencia? ―La primera es una novela sobre una niña incomprendida y la segunda… Una tira cómica, ¿qué no? Léonard se encoge de hombros frotándose el cuello. ―Sigo sin entender. ―Basta ―le susurro con expresión juguetona. ―Al fin y al cabo supiste de quién hablo. En cuanto se calla suelto el contenedor de azúcar. Entonces me doy cuenta que todos a mi alrededor han asesinado sus conversaciones al escuchar centellas vivas en el horizonte. Al instante, gigantescas bolas de granizo arremeten contra el domo traslúcido del establecimiento y causan un barullo bíblico. El personal alebrestado corre en círculos tratando de atrancar los ventanales y la puerta de la entrada. Las hormigas sin hormiguero nos molestan; quiero sentir la brisa pero ellas no nos dejan. ―A propósito… ¿Qué año cursas? Disimulo rascándome el codo y respondo: ―Tercero de Lycée. Veo que el compañero de la joven abandona la sala cubriendo su cabeza con el saco y brincando dos escalones por paso. Yo sigo sus movimientos a través de la ventana hasta que se 50 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

refunde en el auto. Las demás parejas empiezan a tomarse de las manos; la joven entristecida se cubre con el chal y entra al baño para romper en llanto… ―¿Tú? ―No precisamente… ―No eres de por aquí, ¿verdad? Mombelli llega con dos bebidas olorosamente burbujeantes y su respectivo pastelillo en cada plato; acomoda los cubiertos con una reverencia previa y se retira con gentileza. Sin pensarlo nos apresuramos a tomar las tazas y dar el primer trago. ―No eres de por aquí, ¿verdad? ―repito cuando termino de beber. Él ralentiza su sorbo hasta que la obviedad se vuelve peligrosa y termina diciendo: ―Soy de donde tú eres. Sus palabras legitiman lo que está sucediendo entre nosotros; lo que ha sucedido ya y lo que pronto sucederá. En realidad me gusta que Léonard esté allí: materializado en una silla; charlando sólo conmigo dentro de la jaula de Cupido. El café vuelve a acercarse mis labios y bebo mientras lo contemplo. Él se luce haciendo lo mismo y me clava la mirada mientras presume un anillo negro con un escudo de armas en el centro. De inmediato nuestras mentes colapsan y el hervor termina por quemarnos la lengua… ―Preciosa la tormenta ―le digo mirando hacia las nubes negras. ―Coincido contigo ―y se limpia con la servilleta de tela. ―¿Sabías que el clima afecta nuestras emociones? ―Es natural. ―Siempre he pensado que la falta de luz me afecta el cerebro… ―¿Estás en desequilibrio entonces? ―Nunca he conocido el equilibrio como tal. Léonard hurga en el bolsillo de su pantalón y enciende un cigarrillo frente a mis narices. ―Detesto el humo del cigarro ―lo amenazo. El ladrón de corazones sonríe y empieza a fumar con vil descaro. ―Es un habano ―mueve los hombros de arriba abajo. 51 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

―¡Alto! ―No entiendo por qué me pides que me detenga. Si a mí me agrada… ―No es cuestión de si te gusta o no… ―lo reprendo de forma agresiva―. ¿¡Qué nadie te ha dicho lo dañinas que son esas porquerías?! El chico suelta el humo dibujando figuras en el aire y tose un poco. Yo me desespero por aquella muestra de masculinidad tan apestosa; así que importándome un rábano lo que pueda pensar de mí, me abalanzo sobre el puro para restregarlo en el cenicero florentino. ―Vuelves a hacerlo y me voy. ―A veces no importa mucho lo que quiere hacer uno o lo que no quiere hacer ―me dice rescatando el veguero de entre las cenizas mientras lo contempla con detenimiento―. Cuando la integridad física de las personas está en juego, es momento de que las alternativas que uno considera propias, dejen de existir ―entonces hace una pausa para clarificar sus palabras―. Porque si no lo hacen, si éstas no logran bifurcarse en algo positivo, el propio egoísmo humano se convierte en una de las faltas más graves hacia la naturaleza. ―¿Contra la naturaleza? ―Por el simple hecho de que las acciones superan a la voluntad, y ésta queda sola sin que nadie la defienda… ―se arremanga entonces la chamarra para estirarse en pos de la canela. ―Yo… Espero que reconsideres cuando pienses jactarte de tu desarmonía interna. ―Gracias. ―No fumo ―me dice alegremente minutos después mientras un dulce aroma invade nuevamente su café―. Lo digo por si aún te quedan dudas. Léonard vuelve a dar otro sorbo. ―No existen días especiales sin lluvia ―continúa a la brevedad―. Hasta podría decir que ella ha sido mi más fiel compañera de vida… Sobre todo en los mejores momentos. ―¿Gustas? ―le digo asechando el pastelillo con una cuchara por lo alto.

52 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

Toma otro trago y hace una seña para que lo espere. Las natas se le embarran por encima de los labios y él ni siquiera se percata. ¡Se ve tan sexy con sus nuevos bigotes de leche…! Un ademán me hace saber que le da pena. Y finalmente pruebo mi pastel. ―Hoy es un ejemplo muy concreto. ―No sobreestimes la ocasión ―lo corto y le hago una seña para que se dé cuenta. Léonard toma la servilleta abochornado y se frota de inmediato. ―¿Ya? ―Mmm… No sé qué pasa por mi cabeza; lo veo y siento celos por la servilleta. ¿Será porque yo puedo limpiarlos sin necesidad de un paño siquiera? ―¿Listo? ―vuelve a insistir. ―Creo que sí. El chico secciona un primer bocado de su Caramella Tiramisu y se lo lleva a la boca antes de haberlo saboreado con cautela. ―Aunque hay que añadir que también existen días soleados espectaculares. ―No me gusta el sol. ―¡¿No te gusta el sol?! ―No. Arqueo las cejas para hacerle ver mi sorpresa mientras bebo más de mi Champs Elisées. ―Ahora comprendo la palidez en tu piel. Hay una pausa silenciosa que me cala hasta los huesos. ―Si quieres a un tipo más bronceado y musculoso, ve y búscatelo en un gimnasio ―refunfuñe por lo bajo―. Odio a los superfluos. A los cabezas huecas. ―No me refiero a eso, yo… La joven abandona el sanitario una vez que recupera sobriedad, y empieza a camina con el rímel embarrado a lo largo del salón mientras va despedazando el papel higiénico en las

53 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

manos. Los comensales la siguen con la mirada; a nosotros se nos rompe el corazón con sólo verla y preferimos evitarla. ―A todas les gustan los “populares”. ―A mí no ―exclamo pensando en el imbécil de su novio―. Acabas de ver lo que sucede con ellos ―y viene otra cucharada de mi postre―. No saldría con uno de esos ni aunque estuviese loca. ―¿Los fenómenos son más tiernos? Ahora soy yo quien tose. ―No es que no me guste el sol precisamente ―repone momentos después―. Podría decirse que soy… Alérgico. ―¡¿Alérgico?! ¿Puede alguien ser alérgico al sol? ―Parece que sí. La tormenta se apaga. Con su puño, limpia la ventana y mira perdidamente a través de ella. Los ángeles han dejado de llorar, pero su vahído crea un velo que cubre las estrellas y ahora nos impide verlas. ―No creo que sea normal… Entonces damos un nuevo sorbo a nuestro café; nuestro último sorbo de café. ―Herencia familiar ―concluye. Con eso debo de callar; pero en vez de hacerlo vuelvo a toser descontroladamente. La bonita pelirroja de los ojos tristes llega a la caja y se recarga sobre el mostrador que ilumina las tartas, pasteles y empanadas, mientras abre la cartera para pagar la cuenta. Escucho al mesero cuestionar si necesita taxi, pero ella está lo suficientemente avergonzada como para hacerle caso; ni a él, ni a las miradas curiosas de nadie. Finalmente se acomoda el bolso, alisa sus mechones con las palmas de las manos y huye despavorida hacia donde no hay de nadie. Es entonces cuando siento calor sobre mis hombros. ―No gracias, no quiero causar molestias ―aturdida, me retiro su chaqueta de piel y la coloco sobre la mesa. 54 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

―Insisto, y no es ninguna molestia. ―Ni siquiera tengo frío…. ―Tu ropa está húmeda. Tus brazos siguen temblando. Si te enfermas será culpa mía… Forcejeamos unos segundos; él haciendo que yo acepte y yo tratando de evitarla. El hombre calvo de la mesa de al lado vuelve a voltear por segunda vez. No quiero ser yo la nueva víctima del espectáculo. Me da bastante pena. ―Si hubiera querido, me habría ido ―le insisto y me cruzo de brazos―. No lo dudes ni un instante. ―La idea de venir aquí fue mía ―Léonard se levanta y suavemente vuelve a dejarla caer sobre mi espalda―. Mejor póntela. Ya después me la devuelves. ―Está bien ―accedo con amargura―. Si no me queda de otra… No meto los brazos porque quiero examinar los cierres en las mangas. ―Es bonita. ―Muy rockstar para mi gusto ―lo dice cuestionando mi opinión. ―Tiene clase ―y me detengo a observar que el sello es heráldica bordada―. No conozco la marca. Imagino que es inglesa. Muy cara. ―Un obsequio. Mi nariz me tortura ante la delicia y ya no puedo hablar con entusiasmo. Aturdida, trato de olerla más de cerca. ―Lo admito, huele bien. ¿Qué es? ―Maderas ―y despierta ante mí la perfecta dentadura blanca―. Me enloquece ese olor. Pierdo la oportunidad de sonreír porque siento la presencia de una lanza que empieza a pincharme el corazón. ―Me encantas ―suelta de la nada sin el más mínimo rastro de rubor. Al cabo de un minuto, me emociono. El cráneo me retumba porque me he quedado sin una gota de aire. Mi reacción se sigue retardando… La suerte ha estado de mi lado y vuelvo a respirar. ―No sé cómo responder a eso… 55 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


ADVERTENCIA LEGAL: EL COPYRIGHT Y LA MARCA REGISTRADA DE REENCUENTRO, DE TODOS LOS DEMÁS NOMBRES PROPIOS Y PERSONAJES, ASÍ COMO DE TODOS LOS SÍMBOLOS Y ELEMENTOS RELACIONADOS, SON PROPIEDAD DE YOLANDA LUNA PINTOR. CUALQUIER COPIA O REPRODUCCIÓN PARCIAL O TOTAL DE ESTA OBRA MEDIANTE EL PROCEDIMIENTO QUE SEA, CONSTITUYE UN DELITO SUJETO A PENAS PREVISTAS POR LA LEY DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL.

―Acéptalo de una vez. ―¿Aceptar qué? ―y vuelvo a perder seguridad. ―Que tu vergüenza es mera cortesía. Quisiste besarme en los labios... ―gruñe en forma de reproche―. Pero no lo hiciste. ¡Admítelo y podremos dejar de aparentar!

56 http://reencuentroyolaluna.blogspot.mx/

CAPÍTULO 6


Capítulo 6: "Dolce Piacere Caffetteria"