Issuu on Google+

La tura es un baile típico mágico-religioso de origen indígena que se celebra a fines de septiembre, cada año, en los estados Lara y falcón.

Para

los descendientes de los Jirajaras y

Ayamanes arraigados

en los estados Lara, Falcón,

Portuguesa y Yaracuy, la Danza Estercuye

o mejor

conocido como Las Turas, es una festividad de origen

Esta tradicional ceremonia religiosa en forma de baile, llega también a efectuarse en determinadas épocas del año por los indígenas de una región del Municipio Urdaneta (Lara), descendientes de los Ayamanes, pobladores primitivos del lugar. Los cráneos de venados son usados para hacer música y son los denominados Turas.

religioso que se celebra a finales del mes de septiembre. Caracterizado por ser un baile en agradecimiento a la naturaleza por la buena cosecha de maíz obtenida. En el estado Lara, esta tradición ancestral a pesar del tiempo y de la globalización se conserva con el pasar de los años y no ha perdido ni un ápice de su real significado.

Se efectúa dos veces al año entre julio y septiembre-octubre y en la población de Moroturo del municipio Urdaneta estado Lara, así como en las localidades de Mapararí del estado Falcón; El Tigre, municipio Federación; Santa Cruz del Municipio Turen en el estado Portuguesa y Cararapa, municipio Bolívar de Yaracuy.


Cultura larense riqueza venezolana “El Baile de las Turas es quizá una de las últimas manifestaciones culturales que persisten del pueblo Ayamán, antiguo poblador de las tierras de los hoy estados Lara y Falcón” explicó Pedro Figueroa, historiador y coordinador de la plataforma de Patrimonio en la región larense. Los pobladores del Cerro Moroturo y familias asentadas en las localidades referidas de Yaracuy, Falcón y Portuguesa, son los únicos descendientes directos de la etnia Ayamán. Durante décadas, - agregó - de manera intermitente, han continuado la proyección y generalización de los valores culturales de dicha etnia manteniendo la realización del Baile de las Turas y promoviendo los Encuentros de Tureros. El Baile y la música En tributo al copey, considerado como vegetales de los santos espíritus, se inicia el baile con los capataces, quienes realizan diversos gestos de invocación y se pasean frente a los participantes. Hombres y mujeres, conforman un semicírculo para posteriormente dar comienzo al baile colectivo. Entrelazando sus brazos por hombros y espaldas, danzando al ritmo de las flautas sin lengüeta o también conocidas como quenas acompañadas con la resonancia de las maracas. Posteriormente, las mujeres hacen entrega ante el Cacique de tributos florales y frutales. Al finalizar el baile, los danzantes con las matas de maíz y las tinajas de chicha se dirigen hacia un árbol de copey y riegan la pata del árbol con la chicha. “Toda esta actividad pretende transmitir a las nuevas generaciones los pormenores del Baile ancestral, de sus movimientos y ritos, de su particular organización y de su permanencia a todo trance” enfatizó el historiador. En la actualidad Para Figueroa la paulatina pérdida del territorio de lo que alguna vez fue el asentamiento original de la etnia, la pérdida de su idioma, el acelerado proceso de depauperación, miseria y empobrecimiento de los descendientes Ayamánes, el obligado éxodo de sus tierras hacia otras localidades en busca de trabajo y alimentación y demás razones de orden material, antropológico, histórico y social han colocado al Baile de las Turas, quizá el último vestigio de la cultura Ayamán. En tal sentido, en los estados Lara, Falcón, Yaracuy y Portuguesa se adelanta una propuesta para la promoción y difusión del Baile de Las Turas como tradición


Cultura larense riqueza venezolana cultural ancestral de la etnia Ayamรกn. El principal objetivo del proyecto es lograr el sostenimiento del Baile Tradicional de Las Turas como manifestaciรณn cultural de la etnia Ayamรกn y como elemento de las tradiciones y acervo cultural.


Turas