Carta de JUSTO VALDÉS, desde palenque al presidente Juan Manuel Santos

Page 1

Palenque, Octubre 17 de 2013.

Doctor JUAN MANUEL SANTOS Presidente de la República Colombia Bogotá

Excelentísimo Señor Presidente: Le escribo está carta, primero por que ya aprendí a leer y escribir y segundo para desahogarme de tanta tristeza que me embarga, por que estoy seguro que sus asistentes no le dejarán llegar está carta y si le llega, usted no leerá un escrito de un pobre músico palenquero, que además no esta pidiendo subsidios ni limosnas. Al contrario de lo que muchos pueden pensar, mi vida aunque pobre y llena de limitaciones, no ha sido triste, pues Dios me doto del don de la música y la composición y con orgullo puedo decir que soy uno de los creadores y mejores exponentes de la champeta criolla, que he representado a Colombia en varios de los más grandes escenarios del mundo, que he compuesto más de 70 temas musicales, muchos de los cuales han sido interpretados por grandes artistas, como el tema Tumanye que popularizo Joe Arroyo. Soy el compositor del himno de Palenque, ganador dos veces del Festival de Música del Caribe, tengo grabados 6 discos, Carlos Vives me hace un homenaje en su último disco, Cartagena la Fantástica y gracias a la Fundación Transformemos y la Alcaldesa María Mulata, puede aprender a leer y escribir y logre llegar hasta noveno grado. Imagínese que antes, mis composiciones debía aprenderlas de memoria y luego pagar para que alguien me las escribiera. Más aún, puedo decir que soy más famoso y conocido que la mayoría de los colombianos pobres, hasta usted Presidente ha escuchado mi música y no se si le guste o no, pero así ha sido. Antes de continuar quiero volver a aclararle que está carta no es para pedir limosnas o subsidios, a mi lo que me den, debe ser por que lo trabajo y aprecian mi arte, pero si quiero dejar sentado mi malestar y tristeza por las cosas que están sucediendo. Como al Gobierno Nacional no le interesa la música popular, el folclor y demás, los músicos como yo, nos vemos condenados a vender gafas en la playa para no morirnos de hambre. Así como lo oye Presidente, hasta el 2008 en que Dios me envió a la Fundación Transformemos y a María Mulata, yo debía vender


gafas en la playa, por que por mi falta de estudio muchos me habían explotado y a pesar de haber ido a Europa, grabar discos y componer más de 70 temas musicales, nunca he tenido dinero y eso que ni bebo, ni fumo, mi única debilidad son las mujeres y tengo 18 hijos, pero veo por todos ellos. Lo más triste Señor Presidente es que hay un evento que se llama el Festival de Tambores de Palenque, que se lleva a cabo para promover nuestra música y viene gente de todo el mundo a escuchar a nuestros batatas y grupos como las Alegres Ambulancias, el Sexteto Tabala y Son Palenque que yo dirijo, pero este año no hubo recursos para contratarnos, ni siquiera para el transporte de Cartagena a Palenque, que era lo único que pedían mis músicos. ¿Cómo es posible?, que un evento financiado por el Ministerio de Cultura no destine recursos para que nosotros los palenqueros seamos contratados dignamente, que yo como compositor del himno de Palenque pudiera abrir el festival, que los tamboreros palenqueros que estamos regados por todo el mundo pudiéramos reunirnos a mostrar el arte que nos a hecho famosos, pero no, Señor Presidente, ni siquiera hay para que nos den lo del bus y este año, no pude tocar en el Festival de Tambores de Palenque. Pese a tener más de 70 composiciones, hasta el día de hoy no he recibido un solo peso de SAYCO y ACINPRO y mucho menos una carta o visita de ellos, pese a que todos allá saben quien es Justo Valdés. Muy probablemente cuando me muera y estén en mi lumbalú, los medios de comunicación , que entre otras siempre me han tratado muy bien, recuerden mi historia y con ella la de muchas glorias de la música colombiana que han muerto en la pobreza por que nadie los respaldo en vida y ese día espero que alguien lea está carta y si hay plata, que por favor la escriban en mármol, junto al himno de Palenque y el himno de Transformemos, para que aquellos que visitan a los muertos piensen y reflexionen sobre está realidad. Mientras eso sucede, espero que el Ministerio de Cultura tome cartas en el asunto y logremos que el Festival de Tambores de Palenque se convierta en la plataforma de presentación de las grandes glorias de la música palenquera y de lanzamiento de los nuevos y no para que se enriquezcan unos pocos y se emborrache a los demás. Cuando uno se presenta en Europa se da cuenta de lo importante de nuestra música, pero así como Palenque pese a ser el primer pueblo libre de América, solo tuvo gas domiciliario hasta el año pasado y gracias al Gobernador Gossain por fin hay un plan para reconstruir nuestro pueblo, pero aún sus calles no han sido pavimentadas y seguimos inmersos en una pobreza horrible, así mismo nadie valora nuestro Festival de Tambores y se está convirtiendo simplemente en una tarima más, en la que unos pocos se lo llevan todo, pero que no respeta ni valora nuestra música ancestral. Bueno Señor Presidente, si leyó esta carta, no lo aburro más, usted ya tiene muchos dolores de cabeza con tanto paro, esa guerrilla que no entiende que los colombianos no queremos seguir matándonos y además a usted le toca


decidir si sigue montado en este potro tan bravo o si mejor se va a descansar con su familia y a disfrutar de su pensión, beneficio que lamentablemente pocos en este país merecemos. Por mi parte, si la leyó o no, gracias por permitirme desahogarme y tomar fuerzas para salir a buscar quien me contrata con mi grupo Son Palenque, esperar que el Ministerio de Cultura nos apoye para darle un giro al Festival de Tambores y seguir haciendo tramites para ver si algún día me llega un cheque de Sayco y Acimpro, antes de que suenen los tambores de mi lumbalu, porque mi decisión como la de muchos colombianos no es la de si me lanzo o no a la reelección, sino si hoy voy a comer o no.

Atentamente,

JUSTO VALDES Compositor Palenquero c.c 9076998 Celular 3126492166


Issuu converts static files into: digital portfolios, online yearbooks, online catalogs, digital photo albums and more. Sign up and create your flipbook.