Page 1

7 de Setiembre

Por los caminos del inca

Kuelap El Escultismo es un juego al aire libre, por lo tanto, cada vez que tengas la oportunidad sal al campo. E.M


Camino del Inka


Revista N°3 Año 2012

Mi Historia… Tu Historia

Fotografía  Francisco Merino.  Mauricio Balarezo.  Sergio Llanos.  Joaquín Falla. Edición, Producción, Redacción Joaquín Falla Benavides Dirigente del Grupo Scout Villa del Norte 79 REGION II Lambayeque PERU. Chiclayo, 16 de Agosto DEDICADO A MI HIJA JOAQUINA


Es el merecido homenaje a nuestro Jefe de Campo del II CARECAS, Osterli Campos DĂ­az, Consejero Nacional. Para el viejito no hay impedimentos, complicaciones, no enfermedad.

VISTA PANORAMICA DE KUELAP


Saludos amigos, hoy voy a contarles la historia, de un grupo de valerosos scouts, que desean conquistar la Cima de nuestros antepasados, usando ni más ni menos el camino por donde recorrían los Chasquis, y unían pueblos a lo largo de todo el Perú. Los caminos del Inca. []

Esta historia comienza con la planificación de un campamento rodante, con dirigentes voluntarios que semana a semana se reúnen en la oficina de la Región Scout II. Chiclayo, para planificar y ultimar detalles para el viaje de esta aventura denominando CAPAQ ÑAN (Caminos del Inca) segundo Campamento Regional de Caminantes Scouts. (CARECAS).


Es necesario decir que la Aventura es para todos los caminantes, jóvenes entre 15 a 18 años, que se han venido preparando, con caminatas, ascensión a cerros, encendido de fogones, y preparación de cocina así como armado y utilización del equipo de campismo que lleven.

Todo está listo, viajamos de Chiclayo, con 55 Caminantes, acompañando esta comitiva 12 dirigentes, entre hombres y mujeres, un total de 67 aventureros, todos queremos llegar, a nuestro destino KUELAP y la prueba está en la primera aclimatación que haremos llegando a Chachapoyas.


DIA 26 Llegamos A Chachapoyas a horas 5.30 a.m., el frio nos invade, suele ser un frio seco. Todos quedamos admirados, es la primera vez que de nuestro aliento sale como algunos chicos dicen, humo, las risas no se hacen esperar, no es mas que al expulsar desde nuestro interior al ambiente el aliento, este se hace visible porque se condensa , se dice que es humo sin cigarro. Nos recibe en la agencia el Comisionado Local de Chachapoyas, Jorge Mesía Ludeña, con su esposa Sonia Vílchez, algunos caminantes de la localidad entre ellos su hija Claudia todos del grupo Scout 15 Chachapoyas y no podría faltar la prensa Tv norte, de la ciudad.


El desayuno es a base de un liquido caliente de la zona (yerbita) como le decíamos, unas humitas y un sándwich de pollo, pues no podemos comer mas, tenemos que preparar nuestro estomago para lo que venga posteriormente, no queremos tener complicaciones en la subida del día siguiente, después un reposo, emprendemos una pequeña caminata a la ciudad, donde realizamos turismo, con nuestro guía OSCAR . Es necesario indicarles que el Fundo Santa Lucia pertenece al papá de un Scout (tropa) FAMILIA ZUBIATE, es muy bonito, acogedor, y cuenta con toda la seguridad para albergar a las scouts troperos que vienes a participara y disfrutar de su campamento CREPAS, Su Jefe de Campo Pablo Vallejos, tiene preparado un programa que niños y niñas recordaran por siempre.


Ya por la Tarde después de almuerzo, nos reunimos. Hay mucha camaradería, espíritu Scout, tanto dirigentes como caminantes

Además poco a poco los caminantes de Chachapoyas, van llegando al campamento a saludarnos.


Por la noche tuvimos participación en la sesión solemne de la Municipalidad, Su alcalde el Sr. Prof. Diógenes Zavaleta Tenorio y sus regidores, se portaron muy bien. Hubo mucha algarabía, mucha disciplina, el salón de actos estaba plagado de scouts, dirigentes, caminantes, donde hubo distinciones, y condecoraciones, así el consejo Scout Nacional en representación de nuestro consejero, Osterli Campos Díaz, hizo entrega de una distinción.


Por esa labor loable que la municipalidad viene entregando a la niñez en futuro de construir un mundo Mejor y compartir así esta aventura haciendo además una noche de mucha diversión, de entretenimiento, hasta cierta hora, pues el reto está por comenzar.


DIA 27 Muy temprano nos levantamos, nos lavamos, hora del desayuno, los chicos se han preparado, llevaran lo más ligero para la subida de 22 Km. el ánimo esta arriba, partimos a las 7.30 a.m. a la cabeza va el Jefe y promotor de este CAPAQ ÑAN, nuestro Jefe de Campo Osterli Campos Díaz, lo acompañan los dirigentes Guillermo Avilés, María la Serna todos ellos, del equipo 32; Cesar Parraguez Gonzales, Dr. Juan Esquerre Allende, su hija Libelise Esquerre, Kira Barragán, todos (48) Lily Pucce Calvay (62) Manuel Ubillus (65) Karen Samamé y Joaquín Falla (79) Carlos Guzmán (153,) invitado especial, Alexei Philippe de Francia, luciendo la pañoleta 32. Además por Chachapoyas, el Comisionado Local Jorge Mesía, su esposa Sonia Vílchez, todos del grupo Scout 15 Chachapoyas, toda una familia una hermandad que nuestro fundador Baden Powell, visiono por siempre.


El camino de ascenso comienza partiendo de la plaza de armas de Chachapoyas, con indicaciones de la brigada de seguridad, socorristas, y adicionalmente de la polic铆a Nacional, quien nos acompa帽ara todo el recorrido hasta Kuelap. La partida no se da, sin antes decirle a nuestro Gran caminante el Todopoderoso que nos proteja, y nos guie como siempre lo ha hecho, nuestra oraci贸n es tranquilizante y motivadora. Por fin partimos, comenzamos a subir, vamos encontrando por el camino algunas personas, la cual al saludar nos responde el saludo, y nos preguntan de d贸nde somos y a donde vamos.


Avanzamos los 5 primeros km. Nada dificultoso, uno que otro fango, observamos un área de eucaliptos, una parte ha cedido la Municipalidad de Chachapoyas a los Scouts de este Lugar, y que servirán para futuros campamentos e instrucciones de futuros dirigentes. Bien por ellos!

Son aproximadamente las 11 de la mañana, estamos subiendo, los grupos se han dividido, los que van a la punta, son los que van con Oster, serán 15…creo.

Debo darles a conocer que en todo el camino tuve oportunidad de Cruzarme con Sergio Llanos, un Caminante, a quien he conocido desde tropa, yo le llamo un súper Caminante.

Los del centro 8 a 10, y los rezagados, pero que siempre están alertas, no desmayan. Yo estoy por el centro, y encontrando a lo largo de la caminata uno que otro sentado, cansado, en cada parada de descanso voy tomando fotos lo cual cada vez se me hace más dificultoso.


Lleva a esta aventura su mochila, su casa, completa, en el camino de ascenso cuando lo encontré y le toque su mochila, la ligera, k teníamos que llevar, le pregunte, ¿hijo, k llevas allí que esta pesado? el me respondió, Lo más necesario jefe, Lo más necesario! Ya me imagino lo k llevaba. Avanzar!


En mi marcha continuo, solo, escucho a mi costado ruido de caminata, como si alguien me acompañara, pues ya mi guía me había dicho que todo este camino empedrado fue usado por los Chasquis, para comunicarse y llevar así al Inca los pormenores de su imperio, imagínense que tal carrera tendrían y resistencia que un pescado de la costa llegaba al Cuzco fresco como la lechuga, yo estoy fresco sudado, pero un poco asustado porque de reojo y en pleno día con mi habilidad de observador trato de saber qué es lo que me anda siguiendo, miro arriba de repente una culebra de la zona, pero nada, lo más aaaaterradoraterradoraterradorlor Aterrador, jajaja, es que si me detengo los ruidos de pasos igual se detienen, lo único que me queda es armarme de valor y decir fuertemente Chasqui, acompáñame, dame fuerza, guíame x tus caminos. Es la 1.30 p.m. encuentro a caminantes, juntos hemos encontrado al grupo de mi amigo Carlos ( 153 ) y Karen (79), todos ellos perdidos, por ir a conocer unas ruinas, los hemos hallado tratando de encontrar el camino a seguir, hay pérdida de tiempo, y al reunirnos los dirigentes optamos por decidir ir a Levanto, ya no a las ruinas, aunque algunos caminantes tengan fuerzas para seguir, pero nos interesa la integridad de los jóvenes.

Optamos x ir a Levanto, continua la marcha, y caminamos unos 2 Km mas hasta llegar a un letrero Caminos del Inca , y cerca del mirador de la ciudad donde el grupo posa para una de las tantas fotos que estoy tomando.

Mirador de Levanto


Después el gobernador nos invita a pasar a los comedores del pueblo para degustar el almuerzo típico de la zona a base de papas, amarillas, ensalada de apio, sopa de trigo y para tomar, una infusión de yerbita, ¡saciados! ¡Rico!, bueno creo que ha todos les ha gustado. Aunque algunos no están acostumbrados a las verduras.


Nos dirigimos al campamento, es una explanada, excelente, donde los pobladores realizan sus encuentros de fulbito. ya en el campamento levanto mi carpa pues algunos lo han levantado en el gras, me parece que está mal, por que al ser la zona fría este tendría a humedecerse, si no has puesto plástico debajo, yo al no tener plástico acampo en parte de tierra, y listo.


Después de la cena que fue arroz chaufa, nos abrigamos bastante y nos reunimos en un solo circulo para disfrutar de la velada, la banda toca, la comunidad 32 se presenta con un numero de música criolla liderados por Lorena, los lugareños no se quedan atrás y presentan su danza, nosotros para participar optamos en sacar a bailar y bailar entre nosotros lo que la banda toca, eso les gusta a los pobladores, les gusta los aplausos, los agradecimientos, los saludos, la pasamos súper bien!

Hora de dormir, mañana nos espera una travesía, la caminata a Magdalena, tenemos que salir temprano, y reponer fuerzas.

6 de la mañana y Oster como jefe de campo nos levanta, temprano pero a mí no por que como compañero de carpa tenemos que dar ejm. Al levantarme no pude dormir mucho, tenia dolor de riñón, poquito, creo que por no haberme preparado bien en caminar antes de salir a toda esta expedición, me está afectando, ya que ahora por tener una motocicleta en la ciudad, no camino, en otras palabras no hago ejercicio.


Nos reunimos todos en círculo. Oster se presta a dar algunos consejos, llegar a Magdalena es más fácil, es de bajada, así que no preocuparse, y con todo eso tomamos un suculento desayuno, donde señoritas colaboradoras coloradas, mas el gobernador, nos sirven, todos contentos, les tomo fotos, y estamos listos para embarcarnos, nos concentramos en la plaza y se nos hace entrega de unas vinchas, azules muy motivante para iniciar nuestra expedición de aventura.


Salimos el camino efectivamente es empedrado de bajada, vamos caminando y viendo el paisaje que nos acompaĂąa, cada vez que vamos avanzando algo hermoso que guardaremos en nuestros pensamientos.

En esta bajada, cada quien se cuida de no resbalar, caminamos bastante, voy viendo a los rezagados, esta vez parece mĂĄs fĂĄcil.


Después de caminar 3 horas , comenzamos a descender la montaña, algo pasa nuestro guía no puede orientarse por lo que perdemos el rastro, no sin antes realizar bromas que enaltecen el espíritu, como la de Mauricio (48) quien con walkie talkies en mano comienza a comunicarse con su base; mamá Kira, mamá Kira nos hemos perdido, nos hemos perdido, manden ayuda, Cambio!

También Carlos (153)el de hablar a los chicos y decir que los indios están cerca, que nos preparemos, risas por todo lado, reanudamos el camino, tenemos que sortear, pasar ríos, fangos, todo una pista de comando a lo natural que hace que esta aventura sea más interesante.


Llegamos a la cima, se acuerdan, una casita que nos cobija del sol es la parte intermedia del camino, de repente nuestro guía Òscar encuentra un brote de agua, heladita, algunos llenan sus botellas, yo me prendo del chorro y tomo un poco de agua que rico! por el camino los chicos comentaban que tenia renacuajos, pececitos pequeños, que feo, y yo tome algo, guagh!

Continuamos, a Magdalena, el grupo de Oster se ha adelantado como siempre, que viejito para caminar, mis respetos, atrás quedan siempre algunas damas, se nota el cansancio, seguimos bajando y llegamos a pasar el rio Utcubamba, rio que merece el respeto, donde después de haberlo pasado encontramos al primer grupo ya repuesto, y descansando sobre un naranjal. Que tal descanso, lo necesitaba, y creo k todos por igual, la bajada me ha destruido las piernas, mi amigo Manuel, (65), me indica que viene una subida esta es a la carretera, bueno, carretera no está mal, me digo un esfuerzo mas, después de ver a Carlos trepado en el árbol y compartir algunas naranjitas tres creo k me comí, llega la hora de continuar, Avanzar! Siguiendo la carretera procedemos a subir la loma, esta está muy empinada, el sol, es quemante, parece como si me hubiese golpeado kina Malpartida, jeje, me choca la altura , me quiero desmayar, no sé qué me pasa, trato de subir, me canso muy rápido, me duele la espalda, Manuel (65) me alcanza, y me dice que igual está agotado, Karen, no da más, algunas chicas las veo mal, los socorristas que nos acompañan no tienen agua, para ayudarnos, aquí sito no mas esta la carretera, me dicen, ya conozco esa palabra, subo tomando de la mano a Karen, ayudándola, no puedo, pero ahí estamos, ya llegan, a la carretera, , carretera, puf ¡ un , socorrista me pregunta si estoy bien, le digo que si, un poco más, y llegamos arriba, el corazón se me sale, eso me pasa por andar en moto, pues nada de ejercicio he hecho, las estoy pagando todas.


adelante esta Jorge Mesía, con un grupo de caminantes , poco a poco comenzamos a entrar a Magdalena y esta vez nos reciben, con gaseosa, y fruta, que alivio, estar ya aquí, lo primero que hago es echarme, algunos llegaron en carro, pues no creo k hubiesen podido llegar, esta experiencia, me ha agotado demasiado

Arriba, que alivio, llegamos, pero oh! sorpresa, tenemos que seguir subiendo, NO! puede ser!!! con Manuel(65) nos alentamos, caminamos unos 20 mts. mas, y luego el atajo que nos conducirá a Magdalena, nuestro destino, caminamos, y caminamos, me duele la espalda, los riñones para ser exactos, he notado que esta bajada , me ha destruido, lo que era más fácil, se me ha hecho muy dificultoso

Ya en Magdalena, No tengo fuerzas para bañarme, como la primera vez en la llegada a Levanto y procedemos en ir a almorzar, son 3 de la tarde el almuerzo, ehh, no me agrado, y estuvo frio, solo deseaba beber cualquier liquido.


se rumoreaba que la subida a Kuelap es empinada, y cierto, ver de lejos el cerro desanimaba. Ya en el sal贸n del consejo me relajo y puedo comprar una gaseosa de marca, que rico, para mi solito, compartida con mi compadre Oster. Por la noche los jefes nos reunimos, y evaluamos la caminata.


Aquí como exploradores hablamos las cosas directas, algunos no podrán subir, y los socorristas tienen unos nombres, las personas que mencionen no subirán, de mi parte yo digo que si voy, en la reunión, aunque estoy destrozado, no puedo desalentar, lo aprendí de un papá en una reunión al preguntárseles de quienes asistirán al campamento este primer papá, dijo que mandaría a sus tres hijos al campamento, buena estrategia, pues cuando le pregunte bien por sus hijos, el me respondió que por ser el primero de la lista no podía desalentar al resto.


Amanece, hora de levantarse, esta vez muy temprano, más que aquellas dos veces, se reúne al grupo que va escalar el cerro, solo irán María y Lorena,(32) de mi parte yo me siento un poco mal, consulto a mis chicos caminantes quienes hemos ya recorrido muchos km, en esta aventura, me dicen , Jefe no va a poder ir a nuestro paso, eso lo aclara, es verdad con mis riñones adoloridos, y un poco de falta de piernas, me hace pensar que los retrasare, me puedo enfermar y seré un problema y no hay regreso una vez estando arriba, le pregunto a Oster como ve la subida, me contesta ,k esta jodida, ayayay de mi , mi moral parece caer tomo la decisión de no ir, y finalmente le comunico a Oster, mi decisión, nadie lo sabe, me duele la espalda, espero no sea infección, pero tengo que ser fuerte porque estoy con ellos grabándolos y tomándoles fotos compartiendo una hermandad y camaradería. Así tomamos desayuno los que partirían a KUELAP

les tomo la foto que perennizará esta ultima parte de la caminata, los 28 caminantes que conquistaran a través del Camino del Inca la subida a Kuelap, es allí donde les comunico mi inasistencia ,me uno al equipo a cargo de Kira Barragán,(48) el Dr. Esquerre,(48) su hija Libelise,(48) también Lili 62, Karen 79 que nos preocuparíamos por lo más pesado, de las mochilas de los caminantes ,tendríamos k llevarlas a KUELAP en un camión, que aparecería tarde para embarcarnos..


Los caminantes, a Kuelap llevan lo más ligero agua, algunos chocolates, caramelos, solo polera y un polo, nada de casacas, ni nada que estorbe, o les aqueje. Salen los chicos caminando por la plaza, yo me adelante y logro hacerles unas tomas, suerte, Dios los acompañe, ese caminante mayor, que siempre va a todo lado con nosotros, y que siempre está presente, en nuestros corazones, cuidándonos de no sufrir percance alguno.

Gracias, Caballeros

Es un poco tarde, 10 de la mañana nos retrasamos con el embarque por avería del carro, para llevar el equipaje que dígase de paso ocupa la mitad del camioncito.

Antes de embarcarnos a Kuelap, tuve oportunidad de ir cuesta arriba, en un mirador por donde los chicos irían, pues ni rastro de ellos, ya están bastante adelantados. Salimos a Kuelap, nos toma 2 horas casi en llegar,


La tropa también está allí para visitar la fortaleza, oh sorpresa grande, los caminantes han llegado a casi 4 horas, buen tiempo… Que alegría, verlos bien, me abrazo con algunos de ellos quienes preocupados han venido a ver sus mochilas. El resto se encuentra arriba.

Ya en Kuelap no faltan las bromas, ¡lo Logramos! escucho, decir, y cada vez que llegan caminantes se abrazan, en la subida me encuentro con Oster, ese viejito, muy querido, con su báculo, pero con el espíritu muy de él se apresta a decirme ¡RETO CUMPLIDO!


Osterli Campos

Jorge Mesía

Juan Esquerre

Kira Barragan Barragán

Sonia Vílchez

Alexei Philippe

Libelise Esquerre

Carlos Guzmán

Guillermo Avilés

Cesar Parraguez

José Castro

Pablo Vallejos

Karen Samamé

Manuel Ubillus

María La Serna

Joaquín Falla

Creo haberle confesado a alguien, que yo también lo hubiese logrado, el me responde Kin, detrás de esta aventura todos hemos ganado, cada quien hizo su parte, y lo de las cosas si Uds. no hubiesen apoyado con lo de las mochilas, nosotros con todo esto no hubiésemos llegado, a Kuelap así que descuida, todos hicimos un buen equipo.


Logro sacarle algunas palabras al Viejo (como cariĂąosamente lo llamamos) grabo y le tomo algunas fotos, sigo subiendo, y logro ver a Paul, es mi hijo lo encuentro pensativo, y me dice, Âżalguna vez pensaste papĂĄ, de ver a tu hijo contigo en Kuelap? de verdad me dio gusto y fuerza!


Somos scouts caminantes, y este reto de aventura vivirá por siempre en nuestros corazones, en esta historia, en cada uno de nosotros que de una u otra manera participamos Avanzando, arriba siempre arriba, donde la bandera de los Scout Región II flamea como llama que inunda nuestros corazones de Alegría y Espíritu. Con Los caminantes… Avanzar! JOAQUIN FALLA BENAVIDES.


Dedicado a Mi hija Joaquina, por su decimocuarto cumplea帽os, y a todos los Scouts, de la Regi贸n II Lambayeque.

InfoScout N°134  

Boletin Oficial de la ASP

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you