Page 1

1

S/.15


42


43


44


45


46


47


48

///contenido

In dex ///

58

180 ESPECIAL CHICA AS.

Una casa derruida, entre escombros, donde reunimos a cinco chicas que han aparecido en esta sección desde que apareció la revista: Alondra, Camila, Anís, Stefania y Alejandra. Dicen que, a veces, se escuchaba la tonada de Poltergeist en el ambiente.

PORTADA. El artista Abel Bentín hizo de los helados derritiéndose y los dibujos animados un sello personal. Una mezcla cándida, dulce y macabra. Lo convocamos para que intervenga la portada e hizo lo que quiso. Lo celebramos de todas formas. Una entrevista que funciona como la puerta a su universo personal.

186

PASOS. Severa selección la que realiza la británica compañía Royal Academy of Dance cuando llega al Perú, una vez al año, para evaluar a bailarines y danzantes. Asistimos en exclusiva a la audición y registramos estas historias de anhelo y superación.

84

89

TOCADOR. Los secretos de belleza femeninos se esconden en sitios insospechados. Marie Des Neiges Vendeuvre hace de Bathroom Weekly ese espacio de comunión con las mujeres que entrevista. Esta vez ingresamos, por vez primera, al baño de Dina Páucar, Camila Pareja-Lecaros y Sitka Semsch.

204 ENTREVISTA. Emilio Férnandez, a secas Cicco, es el creador del periodismo border. Participó en una película amateur XXX, fue asistente de un campeón de box y hasta sepulturero para escribir historias. Nos recibió en su casa en Buenos Aires.

OMBLIGO FASHION. Amaro Casanova lo hizo otra vez con la segunda edición del Cusco Always in Fashion. La ciudad imperial recibe una delegación de creadores de Lima. Hablamos con dos jovenes diseñadoras que viajan por primera vez a este festival que busca descentralizar el boom de la moda.

106

HUMALADAS. Ha pasado poco más de tres meses desde que Ollanta Humala asumiera la presidencia. Si bien el 66% de la gente lo respalda, no todo fue color de rosa. Presentamos diez momentos pico de lo que ha sido el gobierno nacionalista en este primer tramo.


49


50 50

Staff Directora editorial Ximena Espinosa Morey Editor general Manolo Bonilla Editor adjunto Joseph Zárate Salazar Director de arte y diagramación Felipe Esparza Editor fotográfico Alonso Molina Editora web Rebeca Vaisman Editora de sociales Victoria Abufom Productora general Isa Chirinos Astete Productora ejecutiva Nicole Bazo Diseño y diagramación Miluska Ruíz de Castilla . Luis Soaña . Carolina Yáñez Asistente de producción Johanna Távara Sepúlveda Correción de estilo Javier Salvador Retoque fotográfico Nadir Cárdenas Columnistas Jeremías Gamboa . Francesca Brivio Redacción Rebeca Vaisman . Marie Des Neiges Vendeuvre . Santiago Bullard . César Becerra . Luis Wong . Mariano Olivera . Antolín Pietro . Carlos Hidalgo . Ale Hop . Carlos Füller . Mario Rodriguez Fotógrafos Musuk Nolte . Renzo Giraldo . Gihan Tubeh . Norma Litzenmayer . Daniel Antonio Rodriguez . Carlos Kouri . Milenka Stiglich . Renzo Rebagliatti . Sebastian Incio . Pepe Rojas . René Funk Marketing, eventos y PR Adriana Kouri

Próxima Edición

Colaboradores Rossella Alberti . Lily Morey . Juan Carlos Fisher . Rochi Del Castillo . Giuliana Vidarte . Javier Tolmos . Gabriella Porcari . Milena Aguirre . Victor Vich . Adriana Fatule . Magaly Perez . Carolina Indacochea . Andrea García . Rafo Iparraguirre . Diana Foronda . Fátima Foronda . Carla Revilla . Mary Carmen Guerra . Kareen Fox . Lois Tavara . Alan Lopéz . Melina Martínez . Franco Ortiz . Diego García . Miguel Ángel Bazán Agradecimientos Librerias Crisol . Librerias Ibero . Librerias La Familia . Edifica

№ 101

. Editorial Planeta . MasMedios . De Boca en Boca Magazine . MVV Asociados . Teatro La Plaza ISIL . Centro Cultural de España Directores Luis Marcelo Indacochea . Martín Bedoya . Juan Carlos Tassara . Jorge Ruiz . Alfonso Bernós

Navidad:

Gerente general Luis Marcelo Indacochea

Cierre: 29 de noviembre / Publicación: 15 de diciembre

Sub-gerente general Alejandro Talavera Gerente administrativo Jorge Eduardo López Cano Gerente comercial Nancy Girau

PRÓXIMOS ESPECIALES

Analista comercial Carlos Tasayco

Ocio y placer:

Anaya . Rosario Arredondo

Cierre: 13 de diciembre / Publicación: 31 de diciembre

Ejecutivos de ventas Mónica Cordero . Karen Bernos . Andrea Mayo . Bárbara Asistente comercial Álvaro Torres Jefe de distribución Gabriel Bedoya Supervisor de puntos de ventas Carlos Tantaleán

Tabla: Cierre: 20 de diciembre / Publicación: 14 de enero

Distribución Boris Kresevick, Juan Carlos Quispe . Jaime Mora Suscripciones María Gabriela Checa Administración María Isabel Pozo . Ana Valeria Valdivia Manchego . Gian Sessarego . Jaime Mora . Juan Carlos Quispe . Guisell Manrique . Luz Marita

Contacto: ventas@asiasur.com / Nextel: 99 401*4124

Campos Silva . Aurora Petterman . Raúl Ramírez Dávila Contabilidad Elisa Valdivieso

Suscripciones: Teléfono 6275580 (anexo 13) Nextel 820*0819 Email suscripciones@asiasur.com

Programación web Jensson J. Benavides Saldaña

Calle Enrique Palacios 335, Of. 503 - 504, Miraflores T: (51-1) 6275580 / Hecho el depósito legal Nº 2009 - 02418 / Edición realizada por Revista Asia Sur SAC - Lima Perú. Impresión: Cimagraf SRL.


///posteados

51

Las tres peores metidas de pata en Twitter 1. Alicia Machado

(Nuevo aporte geográfico)

“Esta noche quiero pedirles que me acompañen en una oración por la paz, que estos ataques entre las Chinas no empeoren nuestra situación».

2. David Bisbal

3. Eiza González

(Geopolítica egipcia)

(Asesinato stereo)

«Nunca se han visto las pirámides de Egipto tan poco transitadas, ojalá que pronto se acabe la revuelta».

«Que día más trágico para Argentina y el mundo, que en paz descanse Gustavo Cerati que Dios ilumine su camino al cielo».

Centurias Caprichosa asociación de eventos y datos, sin ánimos de cábala, acerca del cien (una vez más). Como para recordar que esta edición entró a imprenta el 11 del 11 del 2011.

100

Años de soledad entre José Arcadio Buendía, fundador de Macondo, y Aureliano, el último representante de los Buendía. Millones de dólares de indemnización para Charlie Sheen por ser retirado del elenco de Two and a half men. Es la suma de los primeros nueve números primos (2, 3, 5, 7, 11, 13, 17, 19, 23). Es el número de páginas que contienen la novela de Ernest Hemingway El viejo y el mar. Son los años de perdón para el que le roba a un ladrón (según el refrán). Días dura la campaña de Waterloo que pone fin al Imperio de Napoleón Bonaparte. Kilos pesa Homero Simpson (según su permiso de conducir). Kilos pesa la anaconda más grande atrapada en la selva de Guyana. Años fueron los que gobernó Huangdi, el primer emperador chino y padre de la medicina oriental. Grados es la temperatura en la que hierve el agua a nivel del mar.

Testimoniales Habla la revista Luis Marcelo Indacochea. Gerente General y Director

Jorge Ruíz. Director

Recuerdo cómo empezamos, con hartas ganas y con una sola motivación: un negocio entre amigos. Cien ediciones son igual número de cierres y de metas. Un número mucho mayor de personas que pasaron por la revista, con las que siempre voy a estar agradecido. Miles de anécdotas, experiencias y recuerdos. Sin duda, muchos más por venir.

Cien ediciones de historias, cien revistas de experiencia, cien publicaciones exitosas. Mil gracias a cada uno de ustedes por compartir, disfrutar y leer esta revista.

Martín Bedoya. Director Cuando recogimos la primera edición (engrampada especialmente como regalo de Navidad), sentíamos que era la mejor revista. Esa publicación que nos haría, rápidamente, ricos y famosos. Cien ediciones después seguimos esperando el dinero y la fama. Pero obtuvimos algo más valioso: satisfacciones y alegrías. Nuestros sentimientos por la revista no han cambiado.

Juan Carlos Tassara. Director Hoy pienso en las personas que estuvieron desde el inicio; en las que ya no están con nosotros, pero sobre todo, en las que permitieron que la revista sea hoy una realidad. No me queda más que decirles gracias. Celebremos y sigamos mejorando para obtener mejores satisfacciones.

Alfonso Bernós. Director Hace cien ediciones distribuíamos la revista en nuestros propios carros. Hace cien ediciones la revista tenía sus oficinas en mi casa. Festejamos un gran logro.

Jorge Eduardo López Cano. Gerente Administrativo Pienso en las cien veces que necesito aprender, que necesito perdonar y ser perdonado. En las cien veces que tengo la oportunidad para dar la vuelta en mi vida y empezar. Pero puedo regocijarme cien veces al decirle a la revista: «gracias por ser parte de mi experiencia y familia».

Nancy Girau. Gerente Comercial Llegamos a la edición número cien con orgullo. Feliz de haber integrado este equipo desde sus inicios y ser parte de ese pasado, presente y futuro de una gran revista.

Ximena Espinosa. Directora Editorial Hace cien ediciones, un espacio por llenar. Cien sonrisas, peleas y momentos únicos. Muchas ilusiones, pocos fracasos. Se cierra un capítulo, se abre otro. Creer en lo que hacemos. Hacerlo tuyo. Estar aquí y ahora y seguir disfrutando. ¡A celebrar!

Karen Bernós. Ejecutiva de ventas Es una fiesta, es el sueño de unos amigos que demandó mucho esfuerzo y trabajo. Es momento de celebrar juntos esta nueva edición y agradecer a todos los que nos han apoyado en el camino.


52

///bitácora

№ 100

Dime lo que sientes

Lectura del versículo 100 de un evangelio secreto. Pueden tomar asiento. ace cien años, un arqueólogo norteamericano llamado Hiram tuvo dos sensaciones que, sin saber, se iban a cruzar más adelante en la historia. Corría el mes de julio y la palpitación de su corazón no era rojiblanca. Enfrentado a la ciudadela verde, el investigador recorrió cien metros hacia arriba y tuvo soroche. Esa fue la primera sensación: mareo y pérdida de la cordura. Entonces descansó en una piedra para retomar el aliento. En ella había una inscripción. Una rúbrica lo marcaría de por vida: A. Valderrama había estado allí antes que él. Hiram no supo cómo reaccionar. Entonces le sobrevino la segunda sensación: llamó por teléfono a la universidad que costeaba la investigación y decidió redescubrir la ciudadela de los incas bajo su propio nombre. Los peruanos, tiempo después, se lo agradecerían a él y al soroche que lo obligó a detenerse en aquella piedra. Eso pudo haber pasado. Hace cien meses, un poblador que llamaremos Juan se levantó temprano, cien minutos antes de lo que la rutina le dictaba. Tenía la misma barba que Camilo Cienfuegos , el amigo de Ernesto Guevara. Tuvo un sueño intraquilo. Soñaba con un arqueólogo, distante de Indiana Jones, que descubría el mayor tesoro de su país. Juan nunca había visitado la capital del imperio de los incas. Es más, se encontraba a 97 kilómetros al sur de Lima y la ciudad gris le daba la espalda. Entonces, despertó agitado y se dispuso a pescar. Ese era su oficio de todos los días. Su domicilio [imaginamos que de material noble, pero nunca podremos descubrirlo] se ubicaba en una localidad que tenía el mismo nombre que el continente asiático. Su hija Abigail despertó con ojeras y con el rimel formando una mancha en sus párpados [nadie sospecharía que años después se alzaría con el cetro de Miss Imperial, una provincia de Cañete].

H

Pero ese día acompañó a su padre, Juan, a preparar los anzuelos antes de subir a su pequeña embarcación. Eran las cinco de la mañana cuando emprendieron la ruta hacia la isla de Asia. Juan recuerda, como quien tiene colgada una medalla de oro, que aquella vez avistaron cien gaviotas. Los recuerdos de Abigail no son tan precisos, solo registran 92. Eso pudo haber pasado. Hace cien semanas, un chico con miopía de 2.5 , nacido en San Francisco, se acercó al doctor de la familia por una consulta de rutina. Al doctor, que podemos llamar ‘Jones’, le tardó cien minutos dar con el diagnóstico: cáncer de páncreas. Al joven [bueno, no lo era tanto] le costó creerlo. Al que había legado a la humanidad algo más que inventos tecnológicos y palabras edificantes en una prestigiosa universidad, al que había hecho de la retórica un link con una población global que lo seguía como al flautista de Hamelin, ahora le tocaba formatear el disco duro de una vida. Lo tomó con miedo al inicio. Era natural. Nunca esperaría los titulares y tweets que el planeta entero le dedicaría. Su miopía no le impidió ver el mundo más allá. Solo entonces, atiborrado de trabajo, lloraría. Eso pudo haber pasado. Hace cien días, un país no tuvo miedo. O, al revés, tuvo mucho miedo y le relegó la responsabilidad a la otra parte del país. Una sociedad escindida que tuvo en un nombre quechua la prematura solución a su complejo de bipolaridad. Aquel día, nuestro personaje de nombre quechua recordó, con una mezcla de nostalgia y pena, los días que vivió en una provincia olvidada al sur de la capital. Quedaba en la avenida Cáceres 100, justo en la esquina, a otros cien pasos de Emilio, el panadero del barrio. Investido con la banda presidencial, el militar que casi levantó a la población en contra de una dictadura tomaría el micrófono y se dirigiría al país. La historia se encargará de juzgarlo como al arqueólogo de las alturas de Cusco.

Hace cien horas, los medios quisieron creer que el hombre que andaba perdido tuvo un último suspiro antes de descansar en paz. Los medios también estuvieron buscando en una quebrada agreste una prenda cualquiera que lo pudiera identificar. Fue la misma población la que crearía ficciones sobre su deceso [los analistas calcularon cien teorías de conspiración alrededor de su extravío], de la misma manera con que seguía, con maniática afición, una miniserie de inusitado rating. Un ejercicio que pintaba al país como Comala, una región perdida en los enredos propios de lo real maravilloso, donde todo podía ser posible. Pronto se toparían con la verdad, como quien descubre, luego de cien días, que la población le exige resultados por el gobierno de un país. Se confeccionarán novelas, se escribirán miniseries [con igual o menor grado de fanatismo], se redactarán libros de no ficción con su historia. La lección encajó perfecto en un país fascinado con la fábula, el mito y la telenovela [esas de cien episodios, pero con una sintonía que supera los hitos televisivos]. Hace cien minutos, escribí «hace cien años». Esta es la editorial atípica de una revista que cumple cien números. Con el entusiasta descubrimiento de un público que quiere leer y devorar historias como la del arqueólogo que tropieza con el patrimonio de un país. Con una enfermedad por seguir contándolas, como la del miope visionario. Con la sensualidad de Abigail al sur del mismo país, que, allá en el lejano continente de Asia, encuentra su contenido con la fragilidad de los peces que nadan en sus costas. Esas historias como peces que Juan, como usted lector, puede pescar al vuelo. Bienvenidas sean, entonces, estas cien ediciones.

Manolo Bonilla EDITOR

///Los tres primeros artistas de Twitter 1. Lady Gaga @ladygaga

8,627,513 Seguidores

2. Justin Bieber @justinbieber

7,942,954 Seguidores

3. Katy Perry @katyperry

11,782,371 Seguidores


53


54

///manual de lectura

Ojo con esta edición Son diez personajes que han aparecido en las páginas de la revista (y no solo en Sociales). El periodista Mariano Olivera se encargó de encontrarlos y escribió este dossier donde cada uno de ellos cuenta, en forma ascendente, del uno al cien. Siéntase libre de adivinar quiénes son. Hiperactiva y creadora. Alguna clase de hechizo le permite encantar a los humanos con su ojos, carisma y diseños que rebosan peruanidad. Él, con más años, es nuestro Justin Bieber electro-tropical.

Sus trabajos se han convertido en iconos pop y tienen esa fascinación de las figuritas nolas de un álbum. Ella ha paseado su belleza por el mundo. Estamos conmovidamente agradecidos por eso.

Ella tiene un cuadro de él en su oficina en Barranco, donde claro hay más cuadros. En el cuadro hay formas de serpientes o de globos desinflados y demonios sacando la lengua. Él fuma.

Embajadores de la marca País. Uno hizo

La intelligentsia. Ácidez e ironía en

de la risa su mayor patrimonio de exportación. Ella fue campeona del mundo. En ella, todo es chevere además.

hombre y mujer de letras. Pasaron por la tele, publican libros y sus lectores copian sus frases para pegarlas en Facebook.

Versus Cuando Musuk Nolte nos contó que viajaba a recorrer La Muralla China, le pedimos que fotografíe cien metros de esa gran pared. No pudo ir. Hubiera sido genial. Ya en Lima, convocó a sus otros dos cómplices del colectivo Versus: Renzo Giraldo y Gihan Tubbeh. El resultado, dos geniales ensayos fotográficos: Negarse cien veces y Zapping TV (en un paquete de cable de cien canales).

Manifiesto

De Boca en Boca ha sido un semillero de jóvenes artistas en el medio. Un espacio de descubrimiento y sorpresa. Les pedimos recoger esas voces. El resultado: un joven manifiesto de lo que significa ser artista en el Perú.


56

///el arte de la fuga

Jeremías Gamboa

Ha dedicado demasiadas horas a malgastar su cerebro pensando inútilmente en casi absolutamente todo lo que le ocurre. Escribir libros de ficción o columnas como esta le han permitido encontrarle un sentido a tan absurda actividad.

Algo que contarte

/// Hay un momento en que estamos obligados a decir a los otros quiénes somos.

El día en que el mundo supo que Steve Jobs había sido derrotado por un cáncer terminal al páncreas, mi papá se enteró de que la herida ulcerosa que encontraron en su estómago no era cancerígena. Habíamos pasado zozobra los días posteriores a la polipectomía que le realizaron. Hace algunos años, mi padre sufrió un cáncer a la próstata que, gracias a un temprano diagnóstico, se superó mediante una oportuna intervención quirúrgica. Cuatro años después, enfrentamos el mismo temor. ¿Tendríamos suerte una vez más? La muerte de Jobs puso en plataforma el video del famoso discurso que ofreció en la ceremonia de graduación en la Universidad de Stanford, en 2005, en el que rememora el momento en que, diagnosticado de cáncer, el médico llora al ver en su biopsia que su mal podría ser curado con cirugía. Lo habían operado y ahora estaba delante de los estudiantes. Mi mamá me llamó el día que vi aquel video, y me dijo, conteniendo la emoción, que la biopsia de mi papá había salido muy bien. La tarde anterior al procedimiento que le practicaron, sentados los dos, uno frente al otro, en el dormitorio del paciente, mi padre me contó algo que nos dejó mudos. El día de su hospitalización había conversado con un hombre de su misma edad, que se iba a someter a una operación mucho más delicada que la suya: tenía un tumor en el cerebro. Quizás motivado por la situación de riesgo en que se hallaba o por el hecho de que tanto él como mi padre habían nacido en Ayacucho, el hombre le contó a mi papá muchos recuerdos de su vida pasada. Entre ellos, la experiencia que atravesó durante su infancia andina cuando, obligado por las circunstancias, su padre lo dejó en prenda en una hacienda al sur de Ayacucho, a causa de una deuda que no podía pagar. Privado de educación y de la presencia de sus seres queridos, el pequeño trabajó durante cinco años al servicio de un hacendado al que no conoció, y sin retribución alguna. Eso duró hasta el día en que su padre apareció milagrosamente con el dinero suficiente para recobrar su libertad. «Mi papá me rescató», le dijo el hombre a mi padre. Cuando papá me terminó de contar esta historia, yo le pregunté si era consciente de que aquello le

Ilustración: Felipe Esparza

pudo haber pasado tranquilamente a él, y me dijo que sí. Después nos quedamos callados. «Tengo una historia que es mía y que te podría contar», dijo de pronto, rompiendo el silencio. Sabía que se refería a la historia de su vida. Hace unos meses, a insistencia mía, mi papá leyó una novela que me había quitado el sueño y que a él lo conmovió profundamente: Raíces, de Alex Haley. El texto recrea la historia de un campesino de Gambia que es atrapado en 1760, desarraigado e implantado contra su voluntad en una hacienda de Virginia, en Estados Unidos, donde viviría esclavizado hasta su muerte. La infancia del personaje y su crecimiento, salvo su abrupta captura, guardan enorme relación con los relatos de José María Arguedas, centrados en los primeros años de vida de un niño campesino bastante parecido a mi papá. Hay algo que conecta ambas experiencias y que sin duda está asociado al mundo rural, al desplazamiento violento y al choque cultural. Si algo las separa es que a diferencia de Kunta Kinte, quien intenta preservar la libertad transmitiendo la historia de su origen y de su viaje a su progenie (la historia que Haley recibirá doscientos años después), a mi padre el suyo (mi abuelo) no le contó nada acerca de sus orígenes. De pronto, algo se modificó. Muchas veces conminé a mi papá a que escribiera sobre su infancia y su viaje a Lima, pero nunca logré animarlo. Esa tarde, sin embargo, empezó a contarme cosas de su vida con una urgencia que no le había conocido antes. Me inclino a pensar que fue la experiencia de la muerte, o su posibilidad, lo que activó en Jobs la voluntad de abordar de una manera tan frontal su orfandad y su vulnerabilidad frente a aquellos estudiantes de Stanford, aquella mañana de 2005. Y no tengo dudas de que algo de eso motivó a mi padre a querer contarme su historia. Tengo suerte. Es paradójico que el día en que la imagen del fundador de Apple, un hombre de apenas 56 años, aparecía en todos los medios de Lima debido a su deceso, yo me enteré que mi padre, un ciudadano de a pie, catorce años mayor que él, recibía con alivio un tiempo más entre nosotros para dejarnos el testimonio de lo que le ha tocado vivir.


57


58

///backstage

Colores para niños grandes Para celebrar las 100 ediciones de Asia Sur, invitamos al artista Abel Bentín a intervenir nuestra portada. Literalmente, hizo lo que quiso con ella: una torta derritiéndose, conos de helado, muñecos de ojos grandes. Él piensa que el artista debe ser totalmente libre, que no debe hacer lo que los demás esperan que haga (ni siquiera nosotros). El contraste entre lo dulce y lo oscuro. Ese es el sello de Bentín.

Escribe: Carlos Fuller M. /// Foto: Alonso Molina


///backstage

l día que inauguró su exhibición Candyvore, en la galería Lucía de la Puente, a Abel Bentín lo tomaron demasiado en serio. Cráneos cubiertos en fudge derritiéndose como bolas de helado bañadas en brea, muffins de ojos maliciosos, conejos de chocolate negro, calaveras de color rosado y verde chillón poniéndose a helar en una refrigeradora. Esto solo podía ser la expresión de la decadencia de una sociedad consumista, la evidencia del vacío existencial de los hombres, la alienación frente a la cultura light, los resultados de un universo basado en el placer, y toda una sarta de interpretaciones elaboradas muy creativamente por medios, críticos e intelectuales. Sentado en un café de Miraflores con un sombrero de ala corta cubriéndole el rostro, Abel Bentín se rió con un je-je-je-je-je y confesó que simplemente le pareció divertido que los dulces invadieran la ciudad. Nada más. Tanta seriedad lo ha fastidiado desde sus años de estudiante en la Facultad de Artes de la Universidad Católica. A pesar de que se graduó con honores con el Premio Winternitz, a Bentín no le interesaba la pintura clásica de la currícula universitaria. Esta no incluía la creación de peluches, juguetes, esculturas de cubiertos, pinochos decapitados y cráneos.

E

59

Se siente rebelde al pensar que con su arte hace lo que le da la gana. Bentín piensa que el artista debe ser totalmente libre, que debe no hacer lo que los demás esperan que haga. Se divierte cuando no entienden sus obras o le intentan buscar interpretaciones. Desde el colegio, ha tenido formas de dibujar y pintar muy propias, que lo han seguido hasta ahora: el contraste entre lo dulce y lo oscuro. Uno de sus pasatiempos es ir a buscar juguetes a La Cachina y convertirlos en esculturas. Otro es molestar a su esposa, la diseñadora Jessica Butrich. Dice que ella es la que lo pone en orden, porque es desordenado para todo. Para todo menos para su trabajo, que es a lo único que le pone reglas. Para hacer esculturas y pintar se desvela hasta la madrugada en su taller. Su momento más creativo comienza a las diez de la noche, y las semanas previas a una inauguración sigue de corrido hasta las cinco de la mañana. Se levanta al día siguiente a las nueve. Cuando Jessica llegó para recogerlo, dijo que Abel era un vampiro. Jessica y Abel se despidieron y salieron del café. Avanzaron media cuadra y llegaron hasta un semáforo. Esperaron un momento. Luego de unos segundos el semáforo paso a rojo. Jessica lo cogió de la mano y Abel pudo cruzar la calle.


60

por Versus Photo


61


62

///instantáneas - libros

/// Por Carlos Fuller M.

Sin ruido no hay ficción

Abelardo deja la ciudad para retirarse a una casa de campo y terminar su novela El descubrimiento del ruido, pero al llegar no encuentra calma sino un insoportable sonido. Abelardo es un personaje de ficción de Martín López de Romaña. Su autor, para poder crearlo, hace todo lo contrario que su personaje.

Martín López de Romaña ha escrito una novela que no es una novela. El libro contiene nueve cuentos. Si se leen de corrido, efectivamente, forman una novela; si se leen aleatoriamente, son cuentos autónomos. La novela se llama El descubrimiento del ruido. El ruido es el detonante de cada cuento. López de Romaña piensa que el ruido es la señal de que algo no anda bien en la realidad, por lo que hay que abrirse a la ficción. Entonces, se dedica a buscar ruidos para lograr sus ficciones. Nació en Arequipa y quería ser escritor. En el colegio participó en un concurso de cuentos para que le subieran puntos en literatura. Ganó el concurso, pero no le subieron los puntos. Jaló literatura. Se mudó a Lima a los dieciocho años para unirse a una congregación religiosa. Lima es una ciudad muy ruidosa. Estudió Filosofía y Teología, tenía la intención de llevar una vida consagrada.

Catorce años después, se dio cuenta de que se equivocó de profesión. Ahora puede que sea agnóstico, pero no está muy seguro. Quiere jubilarse pronto. Su sueño es, una vez que se haya jubilado, ser el dueño de un bar que se llame La oficina para poder decirle a su esposa todas las noches: «Amor, me voy a la oficina». De hecho, su oficina actual es la terraza de un café. Es escritor a tiempo completo. Su hora de ingreso es a las nueve. Trabaja en su oficina ocho horas, en dos turnos de cuatro. Piensa que si la inspiración viene, mejor que lo encuentre trabajando. Conoce a la mayoría de asiduos de la terraza. Peregrinaron de café en café en busca de un lugar que los dejara fumar. Este es su último reducto. Si los vuelven a botar se van a fumar a un parque. No quiere que lo boten porque en los cafés hay ruido. El ruido, dice, es requisito para la literatura.


63

///El estante cool-to Los libros favoritos de tres autores para despertar al lector oculto que llevas dentro.

Hernán Migoya Escritor y guionista español. Está casado con una peruana pero también con la idiosincrasia y las letras locales. 1. Casa, de Enrique Prochazka. Un escritor que debería ser más apreciado por sus compatriotas peruanos, y una novela que mataría por haber escrito. 2. La piel fría, de Albert Sánchez Piñol. La literatura catalana ha engendrado un escritor que apuesta por la narración escapista, con sus toques lovecraftianos y conandoylescos.

Rafo León Periodista, escritor, avisado viajero y médium del espíritu de cierta China Tudela. 1. Historia del cine xxx, de Roman Gubern. El estudioso catalán revisa el cine pornográfico desde sus inicios hasta su decadencia, cuando el video y el internet acaban con el género. 2. Arte de la repostería, de Juan de la Matta. Libro del siglo XVIII. Habla de esos tiempos en que la gente bien tomaba una bebida refrescante hecha con pollos hervidos, almendras y agua de azahar.

Gustavo Rodríguez Escritor y comunicador, uno de los fundadores de Toronja. 1. Freakonomics, de Steven Levitt y Stephen Dubner. Los autores, un economista políticamente incorrecto y un periodista muy creativo, nos regalan un tratado que explica la economía con ejemplos al alcance de todos. 2. La conjura de los necios, de John Kennedy Toole. Un día, el editor Walker Percy recibió a una señora que llevaba una novela escrita por su hijo fallecido. El texto resultó ser una novela magistral que llegaría a recibir el Pullitzer.


64

///instantáneas - música

/// Por César Becerra

Más que una cara bonita El regreso de Susan Boyle, la heroína del reality.

Estamos hasta el cien Cifras para confiar en la música.

A diferencia de Tongo, el Delfín Quishpe o Wendy Sulca, Susan Boyle demostró tener talento de verdad. Aquellos que entran a Youtube en busca de un deleite similar al obtenido por los videos de La Tigresa del Oriente, se llevan una gran sorpresa cada vez que llegan al video de la escocesa: ella canta. Cerca de 80 millones de visitas en dos años demuestran que la relación entre views y calidad del contenido aún es posible en Internet. La cantante con look de maestra de escuela logró una memorable interpretación de la canción I dreamed a dream en abril de 2009. Hasta Simon Cowell, jurado del programa Britain’s Got Talent, se quedó sin argumentos y apeló a la ironía para disfrazar la poca confianza que le tuvo cuando subió al escenario. Este emotivo episodio de la cultura popular convirtió a Susan en material de inspiración para los creativos de la autoayuda. Susan ya se sacudió de lo pintoresco. Hoy es una cantante consolidada que acaba de lanzar Someone to watch over me, su segundo disco. Aquí entona clásicos como Unchained melody o Lilac wine, así como canciones populares modernas como Enjoythesilence (DepecheMode) y Madworld (Tears For Fears). En épocas de genuflexión masiva ante la hipersexualidad de Rihanna y Beyoncé, reconforta escuchar una voz femenina que, lejos de caderazos y escotes apretados, conmueve.

///Decibeles

¿Quiénes han vendido más de 100 millones de discos (en actividad)? - Britney Spears - Madonna - Julio Iglesias - Mariah Carey - The Rolling Stones - U2 - Celine Dion - Barbra Streisand El único disco que ha sobrepasado las 100 millones de copias vendidas - Thriller - Michael Jackson – Giras internacionales que sobrepasaron los 100 conciertos - The Rolling Stones - A Bigger Band Tour [2005-2007] - AC/DC -–Black Ice [2008-2010] - Michael Jackson -–Bad Tour [1987-1989] - The Police -–Reunion Tour [2007-2008] - U2 - 360 Tour [2009-2011] Canciones que no llegaron al 100  - Jay Z -–99 problems - Nena -–99 luftballons - Megadeth -–99 ways to die - Soul Asylum -–99% - Bruce Springsteen -–Johnny 99

LOU REED & METALLICA

PINK MARTINI

FLORENCE AND THE MACHINE

LULU Muchos creen que este disco debería estar en el saco de las peores colaboraciones realizadas en la historia de la música. ¿Merece tanta dureza? Más bien, creemos que se trata de un jammin de garaje entre amigos, un ensayo de viejos zorros que quieren tocar como les da la gana. Si Lou Reed, en esta ocasión, les recuerda a Scarlett Johansson o a la Escritora Gaviota, no se asusten. Merece perdón.

A RETROSPECTIVE Tras diecisiete años de carrera, la numerosa banda de Portland decidió reunir sus más reconocidos éxitos. Canciones como Hang on little tomato, Hey Eugene, Quéseráserá y la notable ¿Dónde estás Yolanda? se unen a nuevas versiones de clásicos como Moon river, que cuenta con la participación del director Gus Van Sant. Propicio acercamiento para quienes han escuchado poco de esta banda.

CEREMONIALS Hace un par de años, la pelirroja Florence Welch sorprendió con una maquinaria sonora, titulada Lungs. Era un pop deliberadamente épico, estéticamente diseñado para arrebatar el aliento y destinado a vender más de 3 millones de copias. Con este nuevo álbum, de corte gótico y fantasmal, la inglesa y su banda han potenciado ese efecto a escalas más intensas, orientadas al mundo de los mitos y las fábulas.

Canciones con más de 100 millones de visitas en Youtube - Justin Bieber -–Baby - Lady Gaga -–Bad romance - Shakira -–Waka waka - Eminem & Rihanna -–Love the way you lie - Jennifer Lopez & Pitbull -–On the floor

Canciones hasta el cien - Chumbawamba -–Tubthumping - Rebecca Black -–Friday - Justin Bieber -–Baby - Tongo Bieber -–Baby - Apdayc - Oyarce corazón


65


66

///instantáneas - culinarias

/// Por Rebeca Vaisman

La empanada que venció a la hamburguesa ¿Qué pasa cuando un país biodiverso se rebela frente a una cadena de fast food?

En Perú ocurrió con la soberanía de la Inca Kola (y su sabor nacional) frente a la Coca Cola y sus aguas negras del imperialismo. En Bolivia, le tocó perder a otra transnacional norteamericana: McDonald’s. La sucursal gringa tuvo que bajar su M gigante en 2002, y ahora un documental, recientemente estrenado en el país de Evo, cuenta una historia de David contra

Goliat. ¿Qué pasa cuando un país biodiverso se rebela frente a la comida rápida? Dirigida por Fernando Martínez, ¿Por qué quebró McDonald’s en Bolivia? analiza las razones por las cuales «el restaurante favorito de todas las familias del mundo» encontró su excepción en las de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz. Pese a apelar

///Del brócoli y otras artes ¿Se le antoja una ensalada a lo Frankestein?

a sabores (se incluyó la llajwa, salsa con la que los bolivianos aliñan sus platos) y sonidos (los locales y las publicidades usaban música folklórica) que eran conocidos por el público, las ocho sucursales tuvieron que cerrar después de cinco años. Existe una clara razón económica: el menú más barato (y, digamos, el más misio) costaba entonces el equivalente, en bolivianos, a tres dólares, mientras que en La Paz se puede conseguir un almuerzo (completo, taipa) de mercado a menos de un dólar. Pero hay algo más, algo en el fondo de la olla. Por eso, el documental aprovecha para hacer un paseo culinario por el país. Así, el espectador se vuelve testigo de la khala purka, una sopa de maíz que se calienta con piedra volcánica, o de los Trancapechos de doña Betty, sándwich cochabambino que lleva arroz, carne y huevo frito. Y por supuesto, se lucen las famosas empanadas salteñas: masa caliente de harina y manteca de cerdo, serenas en su simpleza, ricas, rellenitas. Contra todo eso ningún «MacCombo» puede competir.

///Mar profundo Dos propuestas desde Punta Negra

En el 2005, Philip Ross -quien ya había perpetrado esculturas con una colonia de ostras, árboles, y un muestrario de hierbas y flores-, tomó una semilla de brócoli y decidió hacer de ella su criatura. El retorno de Junior la nombró. Si normalmente el periodo de florecimiento es de dos meses, este brócoli vivió tres años conectado a complejos aparatos que semejan un respirador de hospital. En realidad, son cápsulas de vidrio que proveen un ambiente hidropónico controlado mediante computadoras. Ross intervino su crecimiento, su forma e hizo de este vegetal su escultura de vida artificial: «El sistema mantiene a su planta cautiva en un estado de enanismo al proveerle solo de los recursos suficientes para que viva, pero no para que se desarrolle», explica. No contento con eso, ha hecho que su criatura reencarne en varios cuerpos: Los retornos de Junior es el nombre de una obra que comprende dieciocho mini brócolis con sus respectivas cápsulas, unidades que reciben energía de baterías de auto. Otros de sus proyectos recientes incluyen videos sobre culturas vivas, la fundación y dirección de Critter, un salón de ciencias naturales, y experimentos con hongos. Unos llaman a su trabajo la biotécnica de Ross. Otros, una ensalada de Frankestein.

Centolla. Peruanas, contundentes, carnosas y en generosa porción. Los dedos de centolla en su versión acebichada no tienen pierde.

Bacalao. Carne sofisticada, magra, rica en Omega, no solo en Semana Santa. A la plancha y bajo chimichurri es un pecado venial. ¿Dónde? Javier Prado Este 659. La Molina


67


68

///instantáneas - gadgets

/// Por Luis Wong

La ciencia ficción se hizo realidad

¿En qué se inspiran los ingenieros cuando crean una nueva tecnología?

Los viajes intergalácticos que realizaba la nave espacial Enterprise, en la serie de televisión Star Trek: The Next Generation, eran controlados por su tripulación gracias a unos dispositivos táctiles. Quince años más tarde, Apple lanzaría el iPad y las similitudes serían obvias. «El PADD (ver imagen de al lado) nunca tuvo un teclado físico, al igual que el iPad. Su geometría es casi idéntica: las esquinas curvas, el mismo grosor y la forma rectangular», sostiene Doug Drexler, uno de los productores de la serie. Pero la tableta no es la única referencia que podemos encontrar en la ciencia ficción de las tecnologías que utilizamos hoy. La computación en la nube es una de las tendencias en esta época. Las empresas pueden prescindir de servidores propios y almacenar toda su información en servidores alquilados que se encuentran en cualquier parte del mundo. Luego, acceden a ella con tan solo un nombre de usuario

///Tecnolanzamientos JUEGA SIN PARAR El primer celular certificado por PlayStation ya salió al mercado. El Xperia Play de Sony Ericsson es un smartphone que posee los botones de un mando de consola, lo que nos permite jugar sin molestias.

EL NUEVO INDIANA JONES Uncharted 3: Drake’s Deception es un nuevo videojuego, exclusivo para el PlayStation 3. Mitad Indiana Jones, mitad Lara Croft, el protagonista del juego tendrá que buscar una ciudad perdida en el Medio Oriente mientras trata de sobrevivir.

y una contraseña. Esa ubicuidad del conocimiento también fue retratada en las películas de Star Wars, en donde los jedis podían consultar los archivos del Templo de la Orden desde cualquier lugar interconectado con él. Otro ejemplo se encuentra en la película Back to the Future II, en donde Marty McFly pasea por la ciudad en una patineta que flota en el aire. Hace algunas semanas, unos científicos de la Universidad Diderot, en París, mostraron que esto ya era una realidad. Gracias a superconductores y nitrógeno líquido lograron hacer levitar un skate con una persona encima. El último lanzamiento que ha llamado la atención es Siri, el asistente personal que viene con el iPhone 4S. Esta aplicación es capaz de reconocer nuestra voz y enviar un mensaje, agregar una tarea a nuestra agenda o decirnos el clima, entre otras habilidades. Es el asistente artificial que siempre observábamos en las historias de ciencia ficción. Hoy es una realidad.

Cuatro tecnologías que fracasaron MiniDisc Los creadores del Walkman pensaron que había llegado la hora de reemplazar los discos compactos e inventaron los MiniDiscs. A primera vista, se parecen a un disket, tanto en la forma como en la manera en que procesan los datos. Los altos precios obligaron a Sony a terminar con su producción este año.

Zune El reproductor de música de Microsoft quería competir con el iPod, pero nunca lo logró. A pesar de contar con una tienda en línea similar a iTunes, esta solo estaba disponible en Estados Unidos. Ahora, todos los esfuerzos de la compañía en el entretenimiento digital están puestos en Xbox Live.

Google Buzz Antes que Google+ fue Google Buzz. Sin aviso, una nueva red social se implantó en nuestro correo electrónico. Trató de ser una alternativa a Twitter, aunque los constantes problemas de privacidad hicieron que nunca lograra despegar. Sin ofrecer nada nuevo, Google Buzz solo fue un prototipo para la nueva red social de la compañía.

Apple Newton La primera tableta digital que Apple inventó fue la Newton. En 1993, la compañía de la manzana lanzó al mercado un dispositivo capaz de reconocer nuestra caligrafía y servir como asistente personal. Al igual que el iPad, contaba con un sistema operativo propio y la posibilidad de instalar aplicaciones de terceros.


69


70

///instantáneas - arte

/// Por Joseph Zárate Salazar

///Musas sobre el lienzo Las ‘femme-fatales’ de Juan Carlos Torres.

El imperio del Kaiser Karl Lagerfeld, el cerebro creativo de Chanel, anuncia sus nuevas creaciones para el 2012. Diseñador, fotógrafo, visionario. Karl Lagerfeld es un todoterreno de la moda. Un tipo con un increíble don creativo para trabajar en distintos rubros y tener éxito comercial en todos: desde una línea pret-á porter femenina, hasta boutiques innovadoras y tiendas pop-up. El mismo lo ha dicho: «Hago tantas cosas que no soy solo una persona». Hijo de un banquero sueco, Lagerfeld es conocido por su gusto y costumbres elitistas además de su excentricidad snob. Una personalidad que le dio un sello como creador independiente y colaborador de prestigiosas casas de moda como Chloé, Fendi y Chanel (de la cual es director creativo hasta hoy), y que lo ha llevado a ser reconocido como uno de los diseñadores más influyentes del siglo XX.

El look de Karl es icónico: traje negro, lentes oscuros, cabello blanquísimo en una coleta. Él sabe bien cómo utilizar su imagen para el marketing. «¿Soy una marca andante? Mi nombre es Labelfeld, no Lagerfeld», bromeó alguna vez. De hecho, a comienzos de noviembre, el diseñador alemán lanzó una nueva fragancia Karleidoscope, inspirada en el mismo, y anunció el próximo lanzamiento de sus dos nuevas líneas de ropa: Karl y Karl Lagerfeld Paris. La primera, una línea pret-á porter femenina; y la segunda, de alta costura que exhibirá sus primeras piezas para la temporada otoño-invierno 2012. La fecha de lanzamiento será el próximo 25 de enero, en el marco del Paris Couture Week, y estará a la venta en exclusiva en el sitio www.net-a-porter.com.

///Lima, varias geografías Marita Ibañez y cuatro ‘mapas’ para entender la capital. De niña, a Marita le fascinaba construir casas con piezas de Lego. Le encantaba tanto hacerlo que pasaba todas las tardes armándolas y dibujándolas luego en una hoja de papel. Nunca adivinó que muchos años después, en los últimos ciclos en la PUCP (Marita, por supuesto, estudió Arte), ella convertiría esa afición por el dibujo y la arquitectura en una obsesión. Para ella, la razón es simple: lo que elegimos para edificar el espacio que habitamos dice mucho de nosotros mismos. Y de nuestra ciudad. Bajo esa idea, Civitas, la primera muestra individual de la artista, es el primer acercamiento a los tipos de construcción de cuatro distritos representativos de Lima: San Borja, Villa María del Triunfo, San Juan de Lurigancho y Los Olivos. Todo, bajo una mirada reinterpretativa y lúdica. Hasta el 7 de diciembre, en la Galería Le Carré d’ Art de la Alianza Francesa de La Molina.

La mujer perfecta. Esa es la obsesión del artista plástico Juan Carlos Torres, la imagen que busca plasmar en todos sus lienzos. Natural de Cajamarca e hijo de un maestro tallador, para Torres (26) la mujer es la razón esencial de sus obras. «Siempre será un elemento recurrente en las artes», dice. «En ella encuentro sensaciones y emociones que no podría reemplazar por nada». Fanático confeso de genios de la pintura como Caravaggio y Basquiat, la obra de Torres tiene referentes claros del pop art (por el uso del color) y el Expresionismo (por la intensidad de sus imágenes). Pero sería el arte colonial cuzqueño –los arcángeles, las vírgenes y madonas– las obras que lo comenzarían a interesar en el misterio de la figura femenina. «La mujer reúne belleza, estética, geometría, filosofía y requiere de una suerte de ciencia para conocerlas», explica. Y empezó a estudiarla: primero, pintando sus cuerpos; y luego sus rostros, donde se realiza hasta ahora. No es raro por eso que Torres se califique también como un romántico a la hora de trabajar. «Aún sigo creyendo en la visita de las musas: aguardar a que la inspiración nos encuentre trabajando». Producto de su último año de trabajo e inspiración, Torres ha preparado su sexta muestra individual: Wow! It Was A Game! La exposición será en el Centro Cultural Alberto Quintanilla, Galería de Arte Víctor Delfín de la UTP, desde el 30 de noviembre.


71

Monte Carmelo 571

Paseo de Alcaldes 250 Chacarilla del Estanque. Diseños modernos y funcionales. Los mejores acabados. Departamentos de 3 a 5 dormitorios. Áreas desde 211 a 380 mt cuadrados. Proximos proyectos: Reynaldo de Vivanco 452, Monte Flor 339. En las zonas más exclusivas de

Casetas de ventas: Calle Los recuerdos 154 Chacarilla, San Borja / Calle Monte Carmelo 571 Chacarilla Surco/ Telfs: 979 306179 / 989057166 / 989940813 E-mail: ventas@grupochacarillasur.com

w

w

w

.

g

r

u

p

o

c

h

a

c

a

r

i

l

l

a

s

u

r

.

c

o

m


72

///instantáneas - cine

/// Por Antolín Prieto

El club de los cien

Diez películas de más de cien minutos

Para protagonizar más de un centenar de cintas, hay que tener una mezcla de suerte, talento, versatilidad y sobre todo tiempo. Ni Robert De Niro ni Meryl Streep pertenecen al club de las cien películas. Aquí, algunos de los socios de este exclusivo grupo.

Cada vez que haces el ejercicio de apuntar una lista de pelas inolvidables o que debes llevar a una isla desierta, nunca creas la misma lista. Es una cuestión de estados de ánimo. Esta lista es de filmes para emocionarse, para llorar, para reír, para angustiarse, para pasarla bien. Ahí van diez, para ver (o volver a ver), sin orden ni prioridad.

SAMUEL L. JACKSON / 137 PELÍCULAS Desde hace mucho tiempo, el carismático Jules Winnfield de Pulp Fiction trabaja en no menos de cuatro películas por año. Desde que fichó con Marvel para ser Nick Fury, sus apariciones se han multiplicado.

MICHAEL CAINE / 154 PELÍCULAS El mayordomo de Batman es uno de los más destacados actores británicos. Caine regresa en la siguiente entrega del Caballero Oscuro, y está enganchado en por lo menos dos proyectos más.

JACKIE CHAN / 109 PELÍCULAS Peleó en innumerables películas de Kung Fu en Hong Kong. Hoy, a sus 57 años, que ya no puede dar tantos saltos y golpes, lo vemos como el maestro de Karate Kid o en Kung Fu Panda.

CHRISTOPHER LEE / 274 PELÍCULAS Ha interpretado todos los monstruos que existen en el cine: Drácula, Momia, Hombre Lobo, Demonio. Se ha vuelto un ícono del terror. Y para cualquier director tenerlo es una suerte de token, de detalle para los fans: en Star Wars como el Conde Dooku, o en El Señor de los anillos como Saruman.

• A La Hora Señalada [1952] de Fred Zinnemann. Un western en tiempo real. Un alguacil se casa y en noventa minutos tiene que detener a los pistoleros que quieren vengarse de él. Si quieres, puedes verlo como Jack Bauer con espuelas.

• La noche del cazador [1955] de Charles Laughton. Imagina a Tim Burton antes de Tim Burton. Este es uno de esos cuentos oscuros, con niños despiertos en la noche y malvados fascinantes.

• El Padrino [1972] de Francis Ford Coppola. La que nunca falta en las listas, porque tiene «una propuesta que no podrás rechazar».

• Amadeus [1984] de Milos Forman. Las grandes películas tienen grandes villanos. Salieri, la competencia envidiosa de Amadeus, le roba la película. Pero no la gloria.

• El Tío Boonmee recuerda sus vidas pasadas [2010] de Apichatpong Weerasethakul. El tío Boonme sabe que se va a morir en poco tiempo. Lo visitan su mujer muerta y su hijo, que se transformó en espíritu de la selva.

• Lo que el viento se llevó [1939] de Victor Fleming y otros. Deja de ver telenovelas y siéntate cuatro horas para ver esta pela. No las vas a extrañar nunca más. Los arranques de Scarlet O’hara opacan totalmente a Rubí.

• El Atalante [1934] de Jean Vigo. El amor en los treinta, una historia sencilla alrededor de un barco y un amor que casi no es. La escena bajo el agua es de las más lindas que se hayan filmado en el cine.

• Vértigo [1958] de Alfred Hitchcock. Chico conoce chica. Chico pierde chica, y la vuelve a encontrar en medio de un juego de obsesiones y una trampa por mucho dinero.

• 400 Golpes [1959] de François Truffaut. La película para fugarte de casa, para dejar de ser niño y crecer, o para ir corriendo al mar.

• Man On Wire [2008] de James Marsh. Un hombre que camina sobre nubes, las Torres Gemelas y un documental contado como si fueras a dar un golpe a un banco.


73


74

///instantáneas - destinos

/// Por Santiago Bullard

Los destinos de los otros

Cinco asaltos a la nostalgia

Hay dos tipos de destinos. Unos pueden llamar nuestra atención, encantarnos, divertirnos y dejarnos recuerdos imborrables, maravillosos. Pero hay otros que, sencillamente, nos enamoran, quedan impresos en nuestra memoria, y no nos cansamos de volver a ellos una y otra vez, porque casi forman parte de nosotros mismos. A continuación, una cantante, un escritor, un pintor y un chef nos hablan de esos lugares a los que los une la nostalgia del recuerdo.

Pamela Rodríguez Cantante / La Coruña, Galicia Esta ciudad española, famosa por sus playas, sus edificios históricos y los fuegos artificiales que iluminan el cielo cada Noche de San Juan, es su destino favorito. Tal vez por aquella tienda de vinilos que, nos asegura, es el mejor lugar para enamorarse. Para ella, La Coruña es una ciudad que no puede sino adorar: nos habla de las caminatas por la Ciudad Antigua (una suerte de Barranco a lo gallego, con viejas y elegantes fachadas) o por el Paseo Marítimo, que bordea sus maravillosas playas. También, de edificios históricos como la famosa Torre de Hércules. Mientras tanto, el olor a mar que le lleva la brisa la devuelve, por unos instantes, a la vieja Lima. Vale la pena hacer una visita a los pueblos que rodean la ciudad, que Pamela describe como «verdaderas pinturas de realidad». Además, está la gastronomía gallega, donde los sabores del campo se encuentran con los del mar en platos suculentos como el estofado de cola de buey, las berenjenas rellenas o los bacalaos al aceite de pimentón. Pamela recomienda dos lugares: la bodega-restaurante O Bebedeiro (Ca. De Ángel Bedollo, 34), y La Bodeguilla (Ca. Padre Feijoo, 5). Y, para rematar, un café en la plaza María Pita. Mejor, imposible. ¿Dónde quedarse? Su favorito es el Hotel Finisterre (Paseo del Parrote, 2-4), tal vez porque está cerca del mar y, además, rodeado de calles en las que abundan museos y bares antiguos.

Alonso Cueto Escritor / Tarapoto «De la selva sus placeres», parece ser una de las máximas del escritor Alonso Cueto, que no duda en responder que, de todos los destinos, ninguno como Tarapoto. Una ciudad muy distinta a las que nos muestra en sus libros, aunque irresistible a su manera: frenética y vital, sí, pero sutil a la vez, como si estuviera suspendida en el tiempo. Para Cueto, lo mejor de este destino son los muchos paraísos que se encuentran en sus cercanías, escondidos entre los parajes selváticos. Así, por ejemplo, está el pueblo de Lamas, donde los habitantes nativos siguen manteniendo hasta nuestros días las costumbres y tradiciones de sus ancestros, incluidos los trajes que visten diariamente, o celebraciones como la fiesta patronal de Santa Rosa, que se celebra desde el 23 hasta el 31 de agosto, y es una gran oportunidad para compartir con ellos los bailes, la música y, por qué no, uno que otro trago. También están las maravillosas cascadas, o la paradisíaca Laguna Azul, un enorme espejo de agua de 35 metros de profundidad. A la hora de las recomendaciones, Cueto lo tiene bastante claro: nada, nos dice, como quedarse en el Hotel Las Palmeras (Jr. Grau, 249), donde puedes disfrutar de «su inmaculada piscina» y de un suculento plato de chonta con cecina, típico de la región.


75

Gonzalo García Callegari Pintor / Nueva York Gonzalo vuelve a este destino, una y otra vez, con una cosa en mente: consumir cultura, ese plato que se sirve caliente a toda hora en la Gran Manzana. Si le piden que resuma esta ciudad, él lo hace en cuatro partes que prefiere llamar «rutas». Ante todo, los fantásticos museos de arte, entre los que destacan el MoMA y el Metropolitan, donde pueden admirarse las obras de algunos de los mayores genios, desde Monet y Van Gogh hasta Picasso y Cartier-Bresson. Luego están las librerías, empezando por las clásicas como Barnes & Noble, para llegar a otras como Strand, famosa por sus libros raros o de ediciones especiales. Después viene el Central Park, ideal para largos paseos, sentarse a leer o dejar pasar las horas en una banca. Finalmente, habla de la maravilla de perderse en las calles de la ciudad, de dejarse llevar por los propios pasos. Es así, perdiéndose, caminando y descubriendo, como él prefiere elegir los lugares para comer: no pensándolos de antemano, más bien dejando que sean ellos los que aparezcan ante él. Aunque no por eso deja de recomendar el Dean & Deluca, que no es un restaurante, sino una cadena de tiendas donde venden comida preparada, delicatessen y productos traídos de todo el mundo (entre ellos, la quinua peruana). Entretanto, insiste en que la mejor opción para hospedarse es evitar los hoteles y buscarse, mejor, un departamento chico y céntrico, donde puedas sentirte más relajado y cómodo.

Pedro Miguel Schiaffino Chef / Playas del Norte

Órganos. Ese es el nombre de la playa que se le viene a la mente a Schiaffino, después de pensárselo un poco, cuando tiene que elegir un destino. Un punto estratégico: más tranquilo que otros lugares como Máncora, y lo bastante céntrico para hacer de base a la hora de recorrer las playas de la zona. Pero cuando el dueño del restaurante Malabar elige este destino, no puede dejar de pensar que ésta es la mejor época del año para visitarlo: no solo porque las playas todavía no están reventando de gente, sino también porque por estos meses se reúnen en los mares del norte las ballenas jorobadas, brindando uno de los espectáculos naturales más impresionantes que se puedan imaginar. Lo mejor, dice, para organizar todo el viaje (hospedaje y avistamiento de ballenas incluidos), es ponerse en contacto con Pacífico Adventures, una agencia de turismo que ofrece paquetes muy completos. Otro buen motivo que se impone son los deliciosos ceviches, preparados con peces y mariscos recién sacados del agua. ¿La recomendación del chef? Tomarse unas horas para ir a Ñuro, que no solo tiene una playa maravillosa, sino que además es un lugar en el que los pescadores sacan las redes todos los días entre las cuatro y las cinco de la tarde. Una buena oportunidad para comprar el pescado más fresco que se pueda encontrar. Contra sabores, sobran palabras.


76

///el gurú

Micaela Llosa Conductora de televisión, stylist y fanática de nuestro país, Micaela Llosa es una de las figuras claves en el ámbito de la moda local. Además es la autora del blog la intendencia, espacio creativo donde impulsa marcas peruanas y muestra editoriales propias. Entre proyecto y proyecto, se dio un tiempo para compartir con nosotros algunos de sus ítems preferidos. Escribe: Sofía Guerra / Fotos: Tito Paz

5. Chaleco.

Foto: Alonso Molina

Lo hice yo para una marca que tenía. Le tengo mucho cariño porque es algo uso con frecuencia. Tiene un prendedor de hojalata y una flor bordada por artesanos de Ayacucho. Mucho del Perú, pero desde un enfoque distintos y personal.

4. Zapatillas Reebok. Son la reinterpretación por excelencia de un clásico. Tienen onda y son urbanas, así que las uso para montar bicicleta junto con unos jeans rotos. Me gustan porque siento que tienen personalidad y mientras más gastadas, mejor.

2. Guantes. Los compré en una tienda de antigüedades en Estocolmo y los uso solo en eventos muy importantes. Creo que le dan un toque especial al outfit que lleve puesto, pues son originales y vintage a la vez.

1. Cartera. La compré hace un tiempo en mi tienda favorita, top shop. Hoy ha vuelto con todo el uso de las carteras chicas y estructuradas. Me gusta que sea estampada, chica y cuadrada.

3. Chaqueta rosada. Es de segunda mano, de la tienda las pallas. La fabricaron en un pueblo de Huaraz, donde suelen usar este tipo de piezas para danzas folklóricas. Le hice un par de reajustes y es un tesoro en mi closet.


77

Te acompaña todo el año Encuéntranos en:

Wong // Primax // Crisol // Repsol // Zeta Bookstores // Kioskos // Quiksilver // Billabong ...

www.asiasur.com


78

///manifiesto

Ser artista en el Perú es... La labor del magazine cultural DE BOCA EN BOCA ha sido similar a la de un faro en el campo del arte. Iluminar esos terrenos, antes oscuros y desconocidos, para que obtengan visibilidad. Porque si nos entusiasmamos con una generación de futbolistas y cocineros, también existe una generación de jóvenes artistas, talentosos y produciendo. Estas son sus voces revelando sus aforismos, máximas y requisitos, basadas en su propio quehacer creativo, para ser artista en el país.

José Antonio Núñez

Escuela Nacional de Bellas Artes del Perú.

“estar en una tensa calma” “ser un creativo multifuncional” “trabajar horas extras” “ir contra el gusto de la gente” “dejar de lado el ego”

Facultad de Arte. Pontificia Universidad Católica del Perú.

Fiorella Gonzales Vigil “amar lo que haces” “dedicarse a tiempo completo” “ser marketero” “saber aceptar bien las críticas y comentarios” “ser disciplinado”

José Antonio Núñez

Escuela Nacional de Bellas Artes del Perú.

“tener paciencia para lograr nuestros objetivos” “perseverar todos los días a sabiendas que el arte es un placer peligroso con futuro incierto” “tener conciencia de nuestra labor como comunicadores: el arte es poder” “comprender cómo funciona el arte en un país con deficiencias económicas y sociales” “viajar al interior de nuestro yo íntimo”


///manifiesto

Lici Ramírez

79

Escuela Nacional de Bellas Artes del Perú.

“estar en una tensa calma” “ser un creativo multifuncional” “trabajar horas extras” “ir contra el gusto de la gente” “dejar de lado el ego”

Escuela de Arte y Diseño Corriente Alterna.

Pablo Patrucco

“trabajo, esfuerzo y un poco de suerte” “pensar que lo que tienes que decir es importante” “pensar que lo que haces merece ser visto” “tener pasión, única garantía de acercarte a tus sueños”

Valentino Sibadon

Escuela Nacional de Bellas Artes del Perú.

“creérsela” “producir” “decodificar y estudiar tu entorno (natural y humano)” “ser patero”

Escuela Nacional de Bellas Artes del Perú.

José Ignacio Iturburu

“amar el lugar al que perteneces tanto como lo detestas” “citar, apropiarte, resignificar, o releer no te va a llevar a ningún lado muy interesante” “hacerte de la idea que no te van a entender” “dejar de concebir tu arte como un trabajo meramente físico” “sabotearte de vez en cuando” “asumir que hay miles de personas más calificadas que tu para hablar de política”

María Pía Torrejón

Escuela de Arte y Diseño Corriente Alterna.

“observar lo que está a tu alrededor sin prejuicios” “interesarse por las condiciones sociales, artísticas o culturales del país” “buscar referentes más allá del circuito local a través de medios alternativos” “buscar formas y lenguajes de expresión propios” “saber defender las propuestas personales”


80

LAS 100 OLAS DE SOFÍA MULANOVICH

Surfista, ex campeona del mundo, rubia chévere Nuevos proyectos rondan su cabeza. Después de tantas experiencias, de tantos viajes, de tanta gente que conoció entre hola y ola, Sofi quiere compartir todo lo que ha aprendido. Hacer algo distinto, inventarse una esencia nueva, dar un mensaje que motive a «que la gente sea un poco más libre, más ella misma; provocar que cada uno busque su sueño».

Corrí mi primera ola cuando tenía nueve años, en Máncora. Estaba bien chiquita. Mi hermano Matías y yo estábamos corriendo con Magoo de la Rosa, él fue quien nos metió a correr tabla. Antes de eso, corríamos Morey. Fue la primera vez que nos paramos. Desde entonces, no dejé de correr.

interescolar, en la playa Redondo. Quedé segunda en la categoría Mujeres. Yo era una enana, estaba feliz. La primera ola que me dio un título. Cuando tenía quince años, fui a Brasil a correr el Panamericano. Fue el primer campeonato grande que gané. Fue especial para mí.

Fue buenazo. Era una ola chica. Magoo no nos metió al fondo del mar, nos quedamos al medio y nos empujó en olitas chiquitas hasta que nos paramos. Un par de veces, yo misma he enseñado a chicos y chicas. Es increíble cuando se paran por primera vez, cuando los ves sobre su primera ola. Están súper emocionados y contentos, es una buena experiencia.

Mis recuerdos de las olas que corrí en el Mundial que gané son medio borrosos. Todo lo que recuerdo de ese Mundial es medio borroso. Tenía tanta emoción, que no recuerdo bien. Pero hay un montón de olas que recuerdo. Acá en Perú, en el norte, en Lobitos, con mis amigos, con mi familia. Tantas olas. He corrido de noche, con la luna llena. Es un sentimiento bien chévere. Es increíble.

Toda mi familia corría: mi papá, mi hermano… y mi mamá también corría en Máncora. Entonces de hecho que tenía bastante curiosidad, vivimos al frente de las olas. Íbamos a Máncora todos los veranos y nos quedábamos ahí un par de meses. Un año después de haberme parado, corrí mi primera ola de competencia. Fue en un campeonato

Me encanta el norte del Perú. Nueva Zelanda y Australia también tienen buenas olas, pero Indonesia tiene unas olas perfectas, olas que nunca olvidas. Allí están mis olas soñadas. Una que se llama G-land; otra, Desert Point. Pero me gustaría correrlas cuando no estén muy grandes.

La más grande que he corrido fue en Sunset Beach, en Hawái. Habrá medido unos cuatro metros, y claro que hay miedo, pero ya estás ahí, pues, tienes que afrontarlo nomás. Un par de olas me han lesionado. Una vez en un campeonato, en una semifinal, cogí una ola, traté de meter una maniobra y luego no pude correr por tres meses. Me lesioné un ligamento del pie. A veces voy al mar de vacaciones, nomás. Y trato de divertirme de otra forma, pero si las olas están buenas, siempre me provoca correr. Lo que pasa es que es bien divertido correr, es un hobby, además de una profesión. Pero si no están tan buenas y estoy de vacaciones, no. De hecho, cuando era más joven nunca me cansaba, pero mientras más voy creciendo, voy «madurando», y a veces como que tengo otras cosas en la cabeza, también, no solo el surfing. Ahora ya no corro tanto como antes. No corro todos los días. Eso depende del mar. Es una de las cosas bonitas del surfing, no es que tengas un horario ni nada, todo depende de la naturaleza.


ALonso Molina

81


ALonso Molina

82


83

LAS 100 OFICIOS DE CARLOS ALCÁNTARA

Actor, showman, ex ayudante de lechero Es actor, pero más parece una estrella de rock. Tiene mánager, sale de gira, firma autógrafos y se presenta ante 3,500 personas con su show de unipersonales. De chibolo se pelaba animales para venderlos en el Mercado Central.

Mi primer trabajo fue como ayudante de lechero, tendría nueve o diez años. Al lechero de mi barrio le daba flojera subir los cuatro pisos de los edificios con las botellas de leche. Entonces, los chicos lo ayudábamos y nos daba un sol al día. Un sol era como diez soles de ahora, ahí tenías para rato. Después, estando en tercero de media, fui mozo de un carromato que vendía salchipapas en el Coliseo Amauta, cuando recién apareció el gran invento de las salchipapas. Otro trabajo que hice bien chibolo fue alquilar chistes. Un día, cerca al cine de mi barrio, vi con mi hermano a un pata que había puesto un cordel y enganchaba los chistes con ganchos de ropa y los alquilaba. Entonces, nosotros también llevamos un montón de chistes, pusimos nuestros dos palos y empezamos a alquilar. También he jugado pelota por propinas, cuando venían equipos de señores y les faltaba gente. Luego tuve un «negocio» que era robarme animales y venderlos en el Mercado Central, y después ya vino el trabajo en la Feria del Hogar. Vendía electrodomésticos, pero, en realidad, estaba para afanar a las flacas. Ahí me enteré que era narizón. Un día estaba sentado, pasaron dos chicas, «ay, mira, este está churro», y su amiga, «ay, no, muy narizón», y se fueron, y yo dije, «¿narizón yo?».

He sido animador de fiestas infantiles. He tenido un programa para niños con Johanna San Miguel y Gloria María Solari. Se llamaba Yan Kem Po. Como actor profesional, el primer trabajo que tuve fue en el Club de Teatro. Antes había hecho de extra en Los siete pecados capitales, de Leonidas Zegarra, y algunas fotonovelas para el diario Ojo. La primera telenovela que hice se llamó Saña, era una súper producción de Panamericana, con miles de actores conocidos, pero no tuvo éxito, se canceló. Lo de conducir Lima Limón me sirvió bastante para darme cuenta de cuáles son mis deficiencias. Pequé de ingenuo pensando que la cosa iba a ser distinta, pero no debí agarrar y patear el tablero al aire. Ya pedí disculpas a los afectados. Fue un momento bien difícil de mi carrera. El tema de los unipersonales viene de un proceso largo. Siempre que he actuado en teatro, el momento en que estoy solo en el escenario es en el que más feliz me siento (estoy confesando el ego tan grande que tengo). Comienzo con presentaciones en El Dragón de Barranco, contando anécdotas, pasando la gorra. Con

veinticinco años de carrera, tengo bastante que contar, he pasado por varios mundos. Creo que el unipersonal es el mejor trabajo que he hecho hasta ahora. Soy imagen de Brahma desde hace cuatro años. Fui a hacer un casting, me dijeron que me iban a llamar, no me comentaron que era de una cerveza. Finalmente, me aceptaron. Hicimos tres comerciales y de ahí no hemos parado. Como juez de El gran show estoy feliz, siento que aprendo bastante cada día. No sufro como sufría cuando bailaba. A mí me gusta bailar, pero no soy bailarín. Lo que pasa es que tengo esa onda de barrio, de la finta, de mirar y aprender rápido. Entonces mucha gente se ha quedado con la idea de que soy un gran bailarín. Nunca en mi vida había bailado ni tango, ni hip hop, ni pasodoble, ni quebraditas, pero, sí, confieso que desde chibolo me hubiera gustado ser bailarín. Yo era admirador de Michael Jackson. Tengo esa pasión ahí metida. Me gustaría vivir haciendo cine. Por eso, yo mismo he hecho mi película, así no hay manera de que no me llamen.


84

///cusco

Escribe: Kathy Scott / Foto: Rafo Iparraguirre

C

usco se ha convertido en la ciudadela de la moda. Por segunda vez, será el escenario principal del evento Cusco Always in Fashion: un concepto de inclusión, innovación e inspiración que busca potenciar la propuesta cultural andina explorando alternativas que fomenten su atractivo. Esta edición se realizará gracias al apoyo de instituciones locales como la Cámara Regional de Turismo, la Cámara de Comercio, el Gobierno Regional, la Asociación de las Agencias de Turismo, la Municipalidad de Cusco y PromPerú. Y contará

con la presencia de los diseñadores Varigna García, Pía Ojeda, Diego Colán, Alejandra Posada, Mozhdeh Matin, Grethel Gonzáles, Harumi Momota, Jessica Butrich, Titi Guiulfo, Noe Bernacelli, Meche Correa, Gerardo Privat, Ana María Guiulfo, Sumy Kujon, Amaro Casanova y Edward Venero. Todos ellos con colecciones que mezclan los estilos precolombinos y contemporáneos. Los trajes, en su mayoría, están confeccionados en fibra de alpaca y vicuña, lo cual demuestra la innovación de sus creadores al aprovechar los elementos andinos e introducirlos, una vez más, al exclusivo mundo de la moda. Los desfiles se llevarán a cabo en distintos lugares emblemáticos de la ciudad imperial, pero con una puesta en escena diferente,

nada convencional, atrevida y transgresora. «Cusco es un lugar donde no solo encontramos historia o arqueología, también vemos innovación y elementos nuevos», señala Amaro Casanova, organizador del evento. «Hay gente que va a Cusco para inspirarse. Y, como producto de ello, queremos volver a presentar estos desfiles, que sin duda forman parte de nuestra manifestación artística», agrega. Para la modelo y bloguera Adriana Seminario participar del primer Cusco Always in Fashion de 2009 fue una experiencia inolvidable. Por eso se siente feliz de volver a ser convocada, como lo expresa en su blog (TheAndrogyny.com). «Fue una de las experiencias más geniales que haya tenido en todas mis anécdotas con la moda. Fui como


///cusco

MO DA

La esperada segunda edición del Cusco Always in Fashion tendrá dimensiones telúricas en el mundo de la moda y el diseño. Una propuesta que en la última semana de noviembre llevará a una selección de los más destacados diseñadores, con sus mejores trabajos, a la ciudad imperial. Hablamos con dos diseñadoras que por primera vez llevan sus colecciones y que prometen sorprender.

EN EL OMBLIGO

modelo y la pasé espectacular. Desde los desfiles en el Coricancha, La Plaza de San Pedro, fotos en Sacsayhuamán y presentaciones de moda a lo ancho y largo del Cusco, esta iniciativa de diseñadores locales, organizadores y PromPerú es un incentivo excelente para la industria actual».

Moda desde adentro

El Cusco Always in Fashion de 2009 fue el primer gran intento por descentralizar la moda en el Perú, por abrir la mirada hacia otras ciudades con iniciativa y potencial para el diseño de modas. Lo interesante fue, según Adriana, «ver la puesta en escena de los shows y la dinámica de la ciudad frente a un evento como este, siendo la primera vez que ocurría allá».

Pero estos desfiles no solo están cargados de colores llamativos y diseños extraordinarios, la moda está cumpliendo un papel fundamental en la reivindicación de nuestra cultura andina. «Antes, cualquier fuente de inspiración proveniente del ande era mirada de forma peyorativa», afirma la modelo peruana. Sin embargo, en la actualidad, iniciativas como la de trabajar con comunidades andinas y usar elementos oriundos del Perú aportan mucho a la industria nacional. «En lo que sí debería ponerse énfasis es en los estudios sociales y culturales, para que los productos finales tengan un mensaje incluso más consistente», agrega la actual bloguera. Para ella, ya es momento de mirar hacia adentro de nuestra cultura.

85


86

///cusco

Pia Ojeda y Vakuum Diseñadora de moda especializada en tejidos artesanales. Trabaja desde hace tres años en colecciones con artesanos de Lima. Hace un año, ganó el concurso Flashmode en la categoría de Creatividad, y también en las de Visión Comercial y Diseñador Nuevo. En el festival Cusco Always in Fashion presentará una colección inspirada en el Inti Raymi y la dualidad de energías, llamada Vakuum, hecha con artesanos de esa ciudad. «Espero ser de mucha ayuda a la comunidad con la que estoy trabajando mi colección en Cusco. Quiero que logren elevar el nivel de sus productos y que puedan desarrollar retos más complejos. Eso les dará más oportunidades en el mercado mundial.» «El desarrollo de la industria de la moda y la importancia que se le da al diseñador nos brinda la capacidad de enseñanza y de acceso a estilos diferentes, que pueden ser adquiridos sin tener que salir del país. Nos ayuda, además, a exponer nuestras creaciones de una manera diferente: nos pone en contacto directo con los artesanos de Cusco y así podemos crear algo conjunto. Demostramos, pues, que con técnicas ancestrales podemos hacer cosas innovadoras y de tendencia.» «Vakkum es una colección de prendas de alpaca tejidas con la ayuda de artesanos locales. Muestra mucho el estilo propio de Cusco, pero llevado a un plano futurista. Es la feliz combinación del pasado con el futuro. Esta generación se está arriesgando más que las anteriores, está logrando que el diseño en el Perú tenga cada vez un alcance más largo y que sea mejor valorado internacionalmente.»


87

Mozhdeh Matin y Chaska Diseñadora de moda especializada en tejido. Ha trabajado durante los últimos tres años con comunidades de artesanos y tejedoras, tanto en Lima como en la zona de Urumaza. En 2008, ganó la condecoración a Mejor Creativa y Diseñadora de Moda, en el PerúModa.­Y el festival que viene en Cusco será testigo de su colección conceptual Chaska, basada en iconografías de la zona y realizada por artesanos de Sicuani. «Desde pequeña me gustaba la moda, pero la consideraba superficial y sin profundidad. Hasta que estudié Artes Plásticas y me entró la chispa por hacer moda, pero a mi manera. Y trabajar en Cusco representa exactamente esa pasión. Es muy inspirador, hay mucho que hacer, que ver, que sentir.» «En esta colección he trabajado con iconografía de la zona. Una combinación entre moda y comunidad, tejida a mano, que representa la región. Me estoy especializando en todo lo referente al tejido – knitwear–, y trabajar con las comunidades es como una escuela para mí. Trabajar con comunidades de artesanos en Cusco y llevar su colección a una pasarela es la parte más emocionante.» «Creo que estamos en un buen momento. La moda ha nacido ya en el Perú y está aprendiendo a andar. Cuanta más diversidad haya, será más rico todavía. Este es el camino de una generación: investigar las riquezas que nos brinda el Perú, siempre mirando hacia dentro, al presente, a lo que nos rodea. Debemos dejar atrás el temor a salir de lo conservador, eso que tanto ha limitado la moda en el país.»


88

20%

20%

20%

20%

20%


weekly Algunas chicas pasan horas arreglándose frente al espejo antes de salir de casa. Otras apenas se lavan la cara y ya están listas para ir a una reunión. Hay tantos rituales de belleza como mujeres en el mundo. En los cuartos de baño, ellas no solo se arreglan y cuidan; también experimentan, sueñan y se desesperan. Bathroom Weekly es un proyecto atípico que explora el lado íntimo de la belleza femenina. A continuación, tres mujeres nos hablan de belleza desde sus tocadores. Porque todas tienen una historia secreta que contar.

Camila Pareja-Lecaros | Dina Páucar | Sitka Semsch Escribe: Marie Des Neiges Vendeuvre / Fotos: Bathroom Weekly

Para leer más historias ingresa a: www.bathroomweekly.com


90

la belleza rebelde Empezó a modelar como hobby hace seis años. Pero desfiló para Sitka Semsch, Ani Álvarez Calderón y Claudia Jiménez. Ahora, entre su trabajo como diseñadora en una cadena de tiendas y Donna Cattiva (el nombre de su marca de zapatos, que significa ‘«mujer mala’), Camila corre detrás del tiempo. «Soy muy eléctrica y siempre hago miles de cosas a la vez», confiesa. Le fascina el universo de la femme fatale y «de las mujeres que hacen lo que quieren con los hombres». Dice que ahora prefiere el maquillaje ‘al natural’ y que nunca, nunca, hace dietas.


///tocadores

o primero que se nota cuando abre la inmensa puerta de madera, son sus piernas. Larguísimas. Con 1.76 de estatura, Camila (23) es la más alta de su familia. Hoy le toca descansar en casa, en Surco, así que ha cambiado sus tacos por botas de plástico. Me cuenta que hace poco se cruzó con un amigo que vendía productos de maquillaje profesional Mac. «Me volví loca. Compré un montón de cosas», dice riéndose, mientras entramos en su cuarto de baño.

L

¿Qué cosas podemos encontrar en tu tocador? Tengo miles de productos, pero la verdad es que me encanta maquillarme de tal manera que parezca no tener nada. He aprendido a hacerlo observando cómo lo hacían en los desfiles. El año pasado me encantaba hacerme looks fuertes con mucho negro y marrón. Ahora estoy pasando por mi temporada nude y me gusta mucho más así. Cuando me maquillan en los desfiles o para hacer fotos, a veces ni me reconozco. Pienso: «Esa no es mi cara». Es natural que eso pase en el mundo del modelaje. Una de las cosas más importantes que aprendí modelando es poner en valor lo bonito que tengo. Siempre hay gente que me dice que tengo cejas lindas. Me preguntan si soy árabe. Voy a un salón de belleza donde trabaja una chica hindú muy linda, que se parece a Kim Kardashian, para que me depile las cejas con hilo. ¿Tienes algún secreto a la hora de maquillarte? Uno de los tips que me dieron mis amigos maquilladores es echar en el rostro un poco de agua Evian en spray antes de maquillarse cuando tienes la piel grasosa. Te pones la base encima y no brillas. Sirve también si te vas a la playa y no tienes dónde enjuagar la cara. Es bueno remover la sal rápidamente porque, sino, se reseca la piel. Camila se sienta en el lavadero de su baño. Siempre lo hace cuando se maquilla. Se mira en el espejo y empieza a arreglar su larga cabellera.

¿Cómo empiezas a arreglarte por las mañanas? Soy bien relajada. En la mañana tengo poco tiempo. Todos los días me echo una crema de la marca Mac. Humecta, tiene un poco de color y funciona también como protector solar. En verano tengo que usar un bloqueador más fuerte, con índice de cincuenta y hasta de cine cuando voy a la playa. En los últimos años me han salido muchos lunares, y si no me protejo me van a salir más. Eso no me gustaría. Desmaquillarse también tiene su arte, ¿no? Lo más importante para mí es quitarme todo el maquillaje en la noche. Hay mujeres que duermen maquilladas, pero es como un veneno para la piel. Uso pañuelitos de Neutrógena y luego algodón con un poco de agua de azahar. Es increíble cómo refresca la piel y además huele riquísimo. ¡Es uno de mis secretos de belleza! ¿Qué te pones en las noches para cuidarte? Antes de dormir, me pongo una crema humectante francesa, Auriga, que me recomendó mi dermatólogo. Cuando vi que la crema decía «antiarrugas», ¡me preocupé! Pero el doctor me dijo que estas cremas no te quitan las arrugas, te ayudan a prevenir muchas cosas. Así que igual sirve. Una de las chicas que trabaja en su casa entra con una bandeja con gaseosas y pie de limón. El pie de limón luce irresistible, ha sido preparado en la mañana por la mamá de Camila, a quien le encanta cocinar. ¿Qué come una modelo como tú? Me gusta comer, sobre todo en la calle. Nunca hago dietas. Hay momentos, cuando me veo en el espejo, que me preocupo un poco, pero me hace tan feliz comer…Ayer me pasé como una hora en el tráfico y paré en un lugar donde venden dulcecitos. No sé, todos los postres me hacían ojitos. Mi mamá siempre me dice: «¡Deja de comer cochinadas!». El deporte debe ayudarte a combatir eso. Nunca en mi vida he hecho algún tipo de deporte. Hace poco me metí a la piscina porque si no hago algo ahora, ¡la ley de la gravedad va ser fatal!

91

Entramos a su habitación. En una de las paredes, una estantería de acero gris contiene toda su colección de revistas Vogue y Elle. Camila se mantiene siempre atenta a las nuevas tendencias en moda y belleza. En su armario resguarda parte de su colección de zapatos. Puros tacos altos y botas de su propia marca, Donna Cattiva, que significa ‘mujer mala’. ¿Qué crees que hace a una mujer bella? La belleza de una mujer no solo radica en su estética. Desde chica, siempre me han gustado las malas de los cuentos. Me fascina el universo de la femme fatale y de las mujeres que hacen lo que quieren con los hombres. Una mujer bella tiene que ser completa. Es una persona inteligente, que sabe lo que quiere. Hay mujeres muy bonitas que empiezan a transformarse para ser más bellas usando bótox o cirugía estética. Al final, terminan no siendo ellas. El secreto de belleza mejor guardado de Camilla se encuentra en su mesa de noche. Se esconde dentro de una cajita de color marrón, al costado de un tubo de crema para las manos de L’Occitane. «La Maison du Chocolat», dice la tapa. Marilyn Monroe tenía la costumbre de dormir con unas gotas de Chanel Nº5. Cada noche, en cambio, Camila prefiere saborear un pedazo de chocolate.


92

la diva romántica La superestrella de la música folklórica es también una experta cuando se trata de maquillarse. Ella se encarga personalmente de hacerlo. Para Dina Páucar, el mejor secreto de belleza es alimentarse sano y tener una buena vida. Por eso no toma alcohol, no fuma y trata de dormir todo lo que necesita. También bebe bastante agua, entre tres y cuatro litros por día. Para ella la belleza podría resumirse en una frase: «Nuestro cuerpo es como una planta. Si no la riegas a diario, se pondrá triste».


///tocadores

93

elijo colores vivos. Si estoy con el ánimo bajo, uso colores oscuros. Los colores que más me gustan son los morados. Mi color favorito para pintarme los labios es el fucsia. No salgo de este color. Me gusta usar productos de maquillaje profesionales porque dan resultados lindos y no se corren durante mis conciertos. ¿Tienes algunos secretos de belleza? Lo más importante es comer alimentos sanos y tener una buena vida. No tomo alcohol, no fumo, trato de dormir todo lo que necesito y tomo bastante agua, también, entre tres y cuatro litros por día. Si no tomo mucha agua, de pronto cambia mi piel. Es que nuestro cuerpo es como una planta: si no la riegas todos los días, se pone triste. Mi mamá, por ejemplo, nunca ha usado cremas. Hoy tiene 78 años y luce hermosísima, parece mi hermana mayor. Ella tenía una cabellera espectacular. Le ganaba a la mexicana Daniela Romo. Siempre me decía: «Toma bastante leche y come sano». Son los mejores consejos que ella me ha dado. Sentada en el jardín de su casa, con la cabellera ondulada, olvida la presencia de su esposo, de su agente de prensa, de un amigo músico y agarra su neceser de maquillaje. Dina Páucar maneja con mucha destreza su delineador de ojos. La superestrella de la música folklórica peruana, que ha vendido más de 150 mil discos a lo largo de sus veinte años de carrera, es experta en el campo de la belleza. Para comenzar, ha estudiado Cosmetología. ¿Cómo aprendiste a arreglarte? Hace veinte años estudié Cosmetología. En ese tiempo trabajaba como recepcionista en una oficina y tenía que atender a mucha gente. De ahí nace la idea de estudiar para maquillarme y cuidar mi cabello. He aprendido a hacer manicura, tratamientos faciales, teñir el cabello y cepillar. Maquillo y peino a mis hijas, a mi mamá y a mis hermanas cuando tienen eventos especiales. La casa se transforma en una peluquería. Hasta a mi esposo le corto el cabello.

T

odas las mañanas Dina se levanta, se mira al espejo y se dice que es bonita. Es su primer ritual de belleza del día. La llaman Diosa hermosa del amor, y a los 43 años tiene aquella belleza natural que se sublima con el tiempo. Estamos en el distrito de La Molina, en el jardín de su casa. Afuera, cuidada por un vigilante, la espera una minivan que la llevará en un par de horas a su concierto en Santa Anita. Dice que no debe hablar mucho porque tiene que cuidar su voz. La verdad es que le encanta hablar. «Soy como un loro», dice riéndose. Tampoco puede parar de trabajar. Canta casi todos los días. En su agenda está programada para mañana una entrevista con un canal de televisión y luego se va de gira por la Selva Central. Para Dina Páucar, embajadora de la Marca Perú, el éxito se forja día tras día, cantando historias de amor y bailando con una pollera,(traje tradicional que pesa hasta más de doce kilos).

Entonces, te maquillas sola para tus shows. Claro. Yo misma me encargo de mi maquillaje y mi peinado. Necesito por lo menos tres horas para prepararme. Cuando tengo eventos súper especiales, como un aniversario, me gusta ir a la peluquería. No quiero estresarme maquillándome o poniéndome las pestañas, una por una. Me quedo casi todo el día, me relajo y voy a mi evento regia. ¿Qué productos de belleza que usas a diario? No uso muchas cremas. Tengo una rutina muy sencilla. En la mañana, después de lavarme el rostro con jabón, uso un spray fijador de maquillaje y encima me echo una crema que sirve para unificar la tez, y luego una base. Si quiero que la piel se vea más radiante, después de limpiar me pasó un poco de leche en el rostro, con un algodón o una esponjita, y lo dejo secar. ¿Cuando no trabajas, también estas maquillada? En realidad, casi no uso. Para el maquillaje de ojo, combino colores según mi vestido y también según mi estado de ánimo. Si me siento súper bien,

¿Cómo ves a las mujeres peruanas? Somos muy guapas. Todas las peruanas, de una manera general, nos alimentamos bien y es lo que nos mantiene así de bellas. No debemos envidiar a las colombianas, brasileras o europeas. Más allá del aspecto físico, de tener una bonita piel y hermosos cabellos, tenemos preciosos sentimientos. Somos súper amorosas y súper sencillas, también. ¿Por qué te parece importante cuidarse? El amor propio se eleva cuando uno se cuida. Todas las mañanas hago un pequeño ritual: me miro al espejo y me digo que soy bonita. Miro mis ojos y digo que mis ojos son bonitos. Tengo rollitos pero, igual, mi cuerpo es bonito. Si tengo arrugas, pienso que mis arrugas son bonitas. Decirse a uno mismo palabras positivas levanta el ánimo. Como embajadora de la UNICEF, doy charlas a mujeres en provincia y siempre les pregunto: «¿Por qué ustedes no se arreglan? No tienen que usar productos muy caros». Les doy mis rituales: tomar leche, alimentarse bien y limpiarse el rostro. Una persona que no está bien espiritualmente, no puede lucir bien en el exterior. Si tienen problemas con el esposo, pues que traten de solucionarlos al instante para no estar viviendo con rencor. Siempre les digo lo mismo: «¡Quiéranse!». Ellas tienen que aprender a ser felices.


94

la mujer musical Le fascina escuchar música en su cuarto de baño y no le asustan el paso del tiempo y las arrugas. La reconocida diseñadora de modas Sitka Semsch es una burbuja de energía y alegría. Vistiendo sus clásicos botines marrones de taco alto, Sitka, risueña, cuenta que hace malabares con el tiempo mientras prepara un desfile en Moscú y disfruta de Siana, su hija de cinco años. Lleva el pelo corto desde hace quince años. Dice que le gustaría tenerlo más chiquito, pero le da nervios.


///tocadores

95

Eres madre, ¿cómo ves el interés de las niñas de ahora por la estética? Mi hija solo tiene cinco años y ya se fija en la estética. Ella misma escoge los peinados que quiere. Es muy coqueta. Se pone a mi costado, frente al espejo, y me pregunta: «¿Mami, por qué te pones eso y porqué usas esto?». ¡Quiere ser grande y manejar carros! Cuando yo era chica, inconcebible ir a la peluquería para hacerte la manicura. Eso te lo hacía tu mamá para ocasiones especiales. Ahora veo chiquillas de doce años que van a las peluquerías con sus amigas y entran al ritmo de la secadita con plancha, de la manicura y de la pedicura. A veces te preguntas si eso está bien o no, y por otro lado te preguntas si es la evolución natural de algo que ya no puedes parar. No sé. No he encontrado la respuesta.

cara con jabón Cetaphil para piel sensible. Luego uso un poco de crema humectante oil-free de Neutrogena, que mezclo con una base de maquillaje Mac. Me pongo un toque de sombras, de máscara y de blush. ¡Me pinto así desde que tengo dieciséis años! En la noche, me quito todo con unos pañuelos desmaquillantes de Mac y uso una crema antiarrugas de Neutrogena.

a música es omnipresente en la vida de Sitka. Su cuarto de baño, al igual que todas las habitaciones de la casa, está equipado con un sistema de sonido que pasa canciones de jazz, swing y bossa nova. Una brisa fresca se cuela por la ventana abierta, desde donde se ven los árboles del parque en el que disfruta caminando acompañada de su iPod. Son las diez de la mañana, y mientras el resto de San Isidro está agitado por las bocinas y el tráfico, la calma reina en su departamento. «Para mí, el cuarto de baño es un lugar especial de la casa, donde me gusta estar y pasar tiempo escuchando música», dice Sitka. En una de las paredes, un juego de tres espejos de tamaños diferentes da profundidad a la sala y permite hasta el maquillaje más preciso. Al costado de los dos lavaderos, uno reservado para su esposo y otro para ella, hay un ramo de flores blancas y verdes. En un rincón, una vela blanca libera aromas dulces. Un angelito hecho de arcilla beige reposa su cabeza entre sus manos y parece cuidar el jacuzzi que, según Sitka, utiliza en pocas ocasiones. El cuarto de baño parece sacado de una revista de diseño.

L

¿Qué productos de belleza usas? En la mañana, cuando estoy en la ducha, me lavo la

¿Cómo sabes qué productos son ideales para ti? Hace años consulté un dermatólogo y le enseñé todos mis productos para saber qué es lo que hacía bien y mal. Me dijo que lo más importante era seguir reglas básicas como tener una buena alimentación y no exponerse al sol, y que no necesitaba comprar cremas muy caras porque las que venden en los supermercados son igual de eficaces. Nunca he comprado un producto de marcas caras. Cuando cumplí veinticinco años decidí nunca más en mi vida tomar sol en la cara. En verano, voy siempre con sombrero. Soy bien rutinaria. Si estoy satisfecha con un producto, no lo cambio. No soy una gran consumidora de productos de belleza. ¿Tienes colores preferidos? Siempre uso declinaciones de colores entre el marrón, el rosado, el neutro y el tono tierra, ya sea para mis colecciones de ropa, la decoración de mi casa o mis maquillajes. Inconscientemente, siento que estos tonos me dan tranquilidad. Prefiero guardar los colores vivos y fuertes para dar acento y toque de vida a través de detalles como flores, accesorios o lápiz de labios. Mi filosofía en la vida gira hacia lo natural más que a lo dramático. ¿Qué tan importante es para ti cuidarte? Mi abuela siempre me decía: «No salgas ni a la esquina si no estás arreglada. Nunca sabes con quién te podrías encontrar». Me gusta estar bien presentable, aunque sea para ir a la bodega o caminar por el parque. Eso no implica mucho: un poco de cremita, un toque de blush y de rímel, y en dos minutos tienes otra cara. Es como un pequeño cariño para ti. A veces, las mujeres piensan que deben gastar mucho dinero para poder verse bonitas. No soy una persona compradora. No tengo millones de cosas en el clóset como las chicas de Sex and the City ni sus quinientos pares de zapatos. En realidad, es un tema de buen gusto.

¿Sientes alguna presión sobre el hecho de envejecer? Soy totalmente natural. De todas mis amigas, soy la única que no se ha hecho nada. Me dicen: «Ya, ponte bótox». Cuando empiezas a notar que tienes arrugas, sientes una presión horrible. Escuchas a tus amigas, que se fueron a tal sitio o que se inyectaron tal cosa, y terminas con todos los datos en la mano. Sé que tengo arrugas y que me van a salir más, pero me siento bien así. Al final, lo más importante es cómo te sientes. Todo eso tiene mucho que ver con la seguridad de cada uno. La juventud es la suma de un montón de cosas. La belleza de una mujer se debe mucho a su naturalidad, expresiones y a la capacidad de ser ella misma. Entonces, ¿qué es para ti la belleza? La belleza está muy relacionada con la búsqueda de paz. Suena a cliché, pero es la verdad. Una persona que está tranquila, en paz y armonía con lo que ha construido alrededor suyo, refleja belleza. Es muy importante tomar el tiempo de encontrarte, analizarte y cuestionarte sobre lo que te gusta o no te gusta de ti. A través de mi trabajo me doy cuenta de que hay muchas personas que no conocen bien su personalidad, y que no saben elegir su ropa ni sus tipos de maquillaje. Si tienes que ir a una reunión y tu cabello está desastroso, no quieres ni bajarte del carro. Si te sientes bien contigo, puedes afrontar cualquier situación.


96

LOS 100 VIAJES DE ANAHÍ GONZALES DALY

Top model, mamá que extraña, caserita de los aviones Modela desde los cinco años, desde que estaba en el colegio e iba a las sesiones de foto con el uniforme puesto. Ahora gana pequeñas fortunas por una sesión de un solo día. Ha abierto una agencia propia en la que representa a chicas nuevas que buscan seguir sus pasos y hacerse un lugar en el mundo del modelaje.

Me encanta París, amo París, siempre me ha gustado. Me gusta Tahití. Es una isla muy linda. Eso que ves en las fotos, esas cabañitas, es muy bonito. Me encanta Sudáfrica, Cape Town. Están la playa y las montañas verdes, y la gente es súper amable y las casas son preciosas. He ido unas veinte veces a Cape Town por trabajo, y no me canso porque es una ciudad increíble y la conozco toda, desde el Cape Point, que es la punta de África, hasta la ciudad. He ido a Suecia mil veces, pero nunca tuve el tiempo de recorrerla porque no tenía días libres. Y ahora, hace poco, tuve un día libre y aproveché para recorrer Gothenburg. En un día hice todo lo que pude y me encantó, porque es todo verde, lleno de parques. Me fui a un jardín botánico donde había miles de flores, súper bonito. Allá cuidan mucho el medio ambiente y la ciudad es súper limpia, ordenada. He estado en China, en Hong Kong, por vacaciones. Me encantó. Es como un Nueva York de Asia, todos los edificios gigantes, y a las ocho de la noche hacen un show de luces con música, y te

subes a unos botes en la bahía para verlo. También tiene una isla donde hay un Buda gigante y un monasterio budista. Precioso. Cuando viajo, lo que más me gusta es estar al aire libre: ver las callecitas, los cafecitos, la gente, los lugares abiertos, pasear por los parques, sobre todo los de Europa, que son lindos. Me encanta probar las comidas de diferentes lugares. Me recomiendan los mejores restaurantes y me voy sola. No me importa. Me como algo rico, me tomo un champancito. Una semana estoy en Europa; a la siguiente, en Estados Unidos; luego, en África. A veces no sé ni dónde estoy ni qué fecha es, ando súper mareada con los horarios. Me ha pasado que mientras me hacen el pelo, me relajo y me quedo dormida un poquito. Pero siempre estoy lista. Y siempre tengo que volver a Lima. Mi hijo está en Lima y me es muy difícil estar lejos de él. Paso dos semanas fuera y ya me estoy desesperando, me pongo triste. Trato de estar en Lima de una a dos semanas

al mes. A veces simplemente le digo a la agencia, «ya no quiero tomar ningún trabajo, necesito estar tiempo con mi hijo». Él tiene colegio, entonces solo me puede acompañar en sus vacaciones, y en verano me lo llevo siempre un mes a Estados Unidos. Le encanta. Tomo los fines de semana para hacer cosas con él y mostrarle la ciudad y las cosas para niños. Pero es complicado. Viajó desde que tiene tres años. Ahora tiene diez, está acostumbrado a que su mamá va y viene. Y me comprende, pero yo lo extraño. He tenido que sacrificar mucho. Trato de estar siempre en el Día de la Madre, y en lo posible, en sus cumpleaños, en Navidad; en todas las fechas importantes. Pero por ahí hay cosas que pueden pasar sin que las planees, como cuando se le cayó el primer diente y no estuve. Sé que a muchos lugares voy a ir muchas veces, sé que va a haber una próxima vez. Si es que no tengo tiempo para conocer, no es que me frustre, sé que regreso. Siempre hay otra oportunidad.


ALonso Molina

97


ALonso Molina

98


99

LAS 100 TOCADAS DE JOAQUÍN MARIÁTEGUI

Músico, pata buena onda, objeto de deseo de groupies calenturientas

El guitarrista de Bareto ha tocado (y ha sido tocado) en todos lados. En sitios pobres, en sitios ricos; en Lima, afuera, en provincias. Se ríe solo cada vez que se acuerda de las tocadas más estrambóticas y bizarras que ha tenido en su carrera.

Recuerdo una en Moyobamba. Siempre hay una gran pregunta entre nosotros cuando viajamos: ¿tendrá tierra el flujo eléctrico o no? Si no tiene tierra, sufres el riesgo de meterte una electrocutada del carajo. Eso me pasó esa vez. Estábamos en plena tocada, creo que estábamos tocando La Danza de los Mirlos –una canción muy típica de Moyabamba–. En un momento, quise hacer una arenga sobre Los Mirlos y cometí el error de agarrar el micro con las manos. Me quedé prendido. Cuando logré zafarme de la electricidad, anduve un rato shockeado, sin saber dónde estaba. La canción avanzaba y yo no me incorporaba. Luego empecé a tocar de nuevo, pero el susto recién se me pasó como cuatro canciones después… Hubo otra que tuvimos en el jirón Chota, en el Centro de Lima, que es donde se junta la gente de Ucayali para celebrar la Amazonía. El día que tocamos allí, se me cumplió un sueño: salir en un póster de música chicha. El tema es que en esos tonos toda la gente baila y no para de bailar. Nosotros terminábamos las canciones, ¡paaaaaamp!, y no había aplausos, nada, teníamos que seguir tocando.

De repente, se sube un pata, que era algo así como el dueño del local, y dice: «Bueno, un aplauso muy fuerte para el grupo Bareto, que ha venido a deleitarnos con su repertorio de rock clásico»… Nosotros habíamos tocado Mujer hilandera, El Abuelo, Shipibo en España y jurábamos que lo hacíamos de la mejor forma, que algún respeto teníamos por la música; pero no, llegó el pata y dijo: «Eso es rock». Nos fuimos a tocar a Estados Unidos, a Virginia. Llegamos a la discoteca, estaba repleta de gente borracha, todos latinos. Nosotros subimos totalmente sobrios a tocar. De repente, a la segunda canción, comenzaron a subirse chicas al escenario y no había quien las bajara. Se ponían a bailar, pero con todo, toda la canción se la tiraban enganchando su pierna contigo. Y tú tratando de no equivocarte, y mientras tocabas, te decían «Qué rico que eres». Y no solo te tocaban la pierna o la cabeza. Así de impredecible transcurrió la tocada. En un momento, se me rompió la cuerda de la guitarra y, como no teníamos a nadie que nos ayudara, me fui atrás del escenario y la cambié. Y se subió una

mujer y me empezó a bailar mientras cambiaba la cuerda de la guitarra. Ya era demasiado. Una vez, llegamos a tocar a Tarapoto, era la primera vez que íbamos, había mucha expectativa. La última canción que íbamos a tocar era Mujer hilandera. Habíamos calculado ponerla al último para que fuera un final grande. Empezamos a tocar, todo mostro, hasta que de la competencia del local vinieron con un alicate y cortaron el flujo eléctrico, y nos quedamos sin luz en plena canción. Yo no sabía si la gente se iba a subir a tirarnos botellas o qué. Entonces comenzamos a aplaudir, porque ya las guitarras no sonaban, y la batería y la percusión siguieron tocando, y los vientos pasaron adelante y comenzaron a improvisar, y la gente, con sus celulares prendidos, comenzó a cantar el coro de la canción: «Tú me enseñas a hacer hiloooo», y cantaron sin parar. Realmente fue un final mucho más épico que el que hubiéramos podido imaginar. Todos alucinaron que habíamos apagado las luces a propósito para hacer un final mostro, y en verdad había surgido por un tema medio delincuencial. Qué surreal, huevón.


100


101

Fotos: Rene Funk DiseĂąadoras: Andrea Neumann y Diana Derteano Maquillaje: Bertha Yanama Modelos: Katherine Luy y StefanĂ­aMerea


102


103


104


105


106


107

con el presidente Ha pasado poco más de tres meses desde que Ollanta Humala asumiera el gobierno del país y a no pocos ha llamado la atención su estilo bastante reservado para los estándares de un presidente de la República del Perú. No habla mucho, solo para lo estrictamente necesario, y cuando tiene ganas utiliza el Twitter para expresarse. Si bien el 66% de la gente lo respalda, no todo ha sido color de rosa. La luna de miel se ha visto empañada por más de un escándalo vinculado a gente de su entorno cercano. Aquí, diez momentos pico de lo que ha sido el gobierno del nacionalista en este primer tramo.

Escribe: Carlos Hidalgo / Foto: Musuk Nolte


108

///humaladas

1

Juramentación El 28 de julio, los peruanos nos

sentamos frente al televisor para ver juramentar a un nuevo presidente de la República. Ollanta Humala se había impuesto con el 51% de los votos a Keiko Fujimori, quien obtuvo 48% en la segunda vuelta. Sin embargo, lo que parecía una ceremonia sin mayor sobresalto tomó un cariz polémico cuando el presidente electo juramentó, «honrando el espíritu, los principios y los valores de la Constitución de 1979». Si hasta ahí la cosa se prestaba para la interpretación de los analistas, la juramentación de los vicepresidentes Marisol Espinoza y Omar Chehade, invocando explícitamente la Constitución que impulsó Víctor Raúl Haya de la Torre, terminó siendo tomada por la oposición como un desafío, en especial por los fujimoristas, creadores del texto de 1993.

2

El Hermanón, Alexis Antes de la juramentación,

un hecho curioso despertó ciertas dudas en el entorno humalista. A comienzos de julio, con los resultados presidenciales en caliente, la prensa dio cuenta de una visita de Alexis Humala, hermano menor de Ollanta, nada menos que a Rusia. Allí, Alexis fue recibido, supuestamente, como «representante especial del presidente electo de la República del Perú» para reunirse con empresarios y figuras políticas del país comunista. El hecho, rechazado en todos los términos por la gente de Gana Perú, se convirtió en el primer dolor de cabeza para un gobierno que aún no había juramentado. Después de unas semanas, y fiel a su estilo personal, Ollanta respondió: «Alexis cometió un grave error y deberá asumir su responsabilidad».

3

Invocación a la inversión A contraparte de lo que pudo

decir durante la campaña electoral, a lo largo de estos tres meses Humala se ha mostrado a favor de crear un ambiente propicio para seguir promoviendo las inversiones en el Perú. En las pocas apariciones públicas que ha tenido, siempre ha recalcado el tema. La ocasión donde el pedido fue más directo se dio durante el III Consejo Consultivo Empresarial (ABAC) del Foro Cooperación Económica Asia Pacífico (APEC), que se realizó en Lima durante la última semana de agosto. «De parte de nuestro gobierno tendrán todas las facilidades y garantías, porque somos un país que respeta lo que firma, que pone reglas claras», fue lo que dijo ante un auditorio que le sonreía procurando creerle.

4

Designaciones bajo la lupa Algunas de las designaciones que hizo en puestos clave han llamado poderosamente la atención. Por ejemplo, como Director Nacional

de Inteligencia fue designado el capitán del Ejército en situación de retiro, Víctor Gómez Rodríguez, ex compañero de promoción suyo en el instituto castrense. Otro militar, el coronel del Ejército (r), Luis Pereyra Briceño, fue nombrado jefe del INDECI, pero renunció a los días. Pereyra Briceño, entusiasta militante de Gana Perú, fue acusado de haber sustraído parte del legajo de Humala cuando este se desempeñó como capitán en la Base de Madre Mía, en 1992. Otras designaciones cuestionadas han sido las del coronel EP (r) Adrián Villafuerte, acusado de montesinista, como consejero presidencial en temas de Seguridad y Defensa, y la de Ricardo Soberón, ex asesor cocalero, como jefe de DEVIDA.

5

Escándalo parlamentario De ‘come pollos’ y ‘robaluces’

al ‘comeoro’ y la ‘roba cable’. Sin duda, un duro golpe para la imagen del régimen han sido los constantes escándalos de los congresistas electos en la nueva bancada del Partido Nacionalista. Los casos más patéticos, sin duda, fueron los de Eulogio Amado Romero, congresista por Madre de Dios, acusado de promover leyes a favor de la minería ilegal en esa zona del país y de recibir ingentes cantidades de oro mensual de mineros informales. El otro caso fue el de Celia Anicama, electa por Ica, dueña de una empresa de radio y televisión que robaba las señales de cable de empresas privadas para comercializarlas como propias.

6

Moche a Mocha Otro duro revés tuvo que ser

asumido por la ministra de la Mujer, Aida García Naranjo, luego de que tres niños murieran intoxicados por supuestamente haber ingerido alimentos del Pronaa en mal estado. El hecho ocurrió en Cajabamba, Cajamarca, a finales de setiembre, y bastó para que la oposición se fuera con todo contra la rubicunda ministra. Al final, los pedidos de censura y renuncia al cargo no prosperaron y la ‘Mocha’ tuvo que asumir cierta falta de reflejos a la hora de encarar el problema. «El presidente me ha dicho protégete», fue lo que dijo la titular del sector por esos días de cargamontón y callejón oscuro.

7

Incluyendo a todos Ciertamente, no todo fue malas

noticias. Durante la última semana de octubre, Humala tomó juramento a la primera encargada del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (MIDIS), la economista Carolina Trivelli. El tema fue un ofrecimiento de campaña del nacionalista y, al parecer, se apuró en concretarlo. De esta manera, programas sociales como Juntos, Pronaa, Foncodes y Wawa Wasi serán transferidos a este ministerio para sumarse a los dos nuevos creados por este gobierno: Cuna Más y Pensión 65. «Queremos escuchar no solo las demandas de la gente, sino también sus sueños», ha dicho la ministra en estos días.

Pensión yA comienzos gestión de noviembre,

el presidente lanzó el programa social Pensión 65, al igual que el MIDIS, otro de sus ofrecimientos de campaña. El proyecto consistente en una pensión de entre S/. 125 a S/. 250 a personas mayores de 65 años en situación de extrema pobreza. Tiene un primer padrón de 26 mil adultos mayores, identificados en 13 departamentos del país. Los fondos, cerca de 39 millones de soles, provienen del Ministerio de Economía y del Ministerio de la Mujer. «Nuestros adultos mayores no serán vistos como una carga en la familia. Ellos tienen el reconocimiento de nosotros, este es el agradecimiento a nuestros padres y abuelos por haber trabajado en situaciones más difíciles que la de nuestra generación», dijo Humala en Huancavelica, durante el lanzamiento del programa, emocionando a quien debía emocionar.

8

Nadine, la¿Algún esposa momento alrededor de

9

la compañera del jefe de Estado? Varios y básicamente todos ligados al Internet. Desde los tweets de seguimiento de coyuntura hasta ese famoso en el que exhorta al vicepresidente Omar Chehade a dar explicaciones («¿Tan difícil es caminar derecho?») por el affaire de Las Brujas de Cachiche. Y también pasando por sus impresiones luego de conocer a Mick Jagger («Fue todo un placer conocerlo»). La Primera Dama siempre se ha mostrado comedida, oportuna e inteligente, a pesar de que algunos ven en sus intervenciones un interés político de cara al 2016. Más allá de eso, la señora Heredia termina por configurar esa imagen paternalista y familiar del clan Humala que tanto le gusta al peruano promedio.

Chehade, el bravo Así como hay activos, también hay pasivos. Y el más pesado resultó ser el segundo vicepresidente, Omar Chehade. Luego que se conociera el incidente de Las Brujas de Cachiche, en donde su hermano Miguel presionó, supuestamente, a generales de la Policía para que llevaran a cabo una intervención en la azucarera Andahuasi a favor del Grupo Wong, la noche se le vino al ex abogado del presidente Humala. Fue acusado de tráfico de influencias. Y a medida que pasaban los días y los indicios se hacían cada vez más sólidos, el cerco se estrechó de tal manera que hasta el propio presidente Humala le sugirió dar un paso al costado. Al cierre de esta nota, su futuro era incierto.

10


109


110

///perdidos

SHANGRI-LA El paraíso en la última esquina

En 1945, un avión del Ejército norteamericano se cayó en las alturas de Nueva Guinea. De los veinticuatro pasajeros solo tres sobrevivieron el accidente, y se perdieron en una selva agreste y aborigen, conocida como Shangri-La. Un periodista logra reconstruir la historia setenta años después y resuelve varias incógnitas. Advertencia: cualquier parecido con la ficción de Lost (no) es pura coincidencia. Escribe: Rebeca Vaisman

D

el otro lado de la línea, desde sus oficinas de profesor de Periodismo de la Universidad de Boston, Mitchell Zuckoff saluda. De este lado, su libro cerrado sobre el escritorio anticipa la historia que sus palabras descubren.

Esto no es ficción. Lost in Shangri-La: Una historia verdadera de supervivencia, aventura y la más increíble misión de rescate de la Segunda Guerra Mundial (Harper Collins, 2011). El subtítulo puede resultar

hiperbólico, pero el accidente que mató a la mayoría de la tripulación del Gremlin Special y perdió durante semanas a los únicos tres sobrevivientes en la selva de la Nueva Guinea holandesa, no lo es, en absoluto. El 13 de mayo de 1945, casi al final de la guerra, veinticuatro miembros del Ejército norteamericano fueron llevados a lo que debía ser un paseo de recompensa por el tiempo que sirvieron en la base de Hollandia, en la costa norte de Nueva Guinea. El lugar sobre el que volarían, en la ladera sur de la isla, fue bautizado como Shangri-La. Guardaba peligros desconocidos, como sus habitantes nativos, tenidos por caníbales. Pero el viaje fue más trágico. Sin

posibilidad de superar la difícil geografía, el C-47 se estrelló a doscientas millas por hora contra la montaña cubierta de vegetación. Solo tres volvieron a la civilización: John McCollom, teniente de 26 años cuyo gemelo, Robert, también iba en el avión y tuvo peor suerte; Kenneth Decker, sargento que cumplió 34 años el día que abordó el avión; y Margaret Hastigs, de 30 años, mujer independiente que había buscado en el Ejército experiencias que las mujeres no tenían en su tiempo. Zuckoff reconstruyó la historia a través de sus propios diarios, y también por entrevistas con familiares y con los pocos involucrados que viven aún.


111

Resulta increíble que Hollywood no haya producido hasta ahora un guión, teniendo en cuenta los elementos de la historia de este rescate en Nueva Guinea: guerra, aventura, aborígenes y una chica linda Paraíso perdido «Lejos de medir siete pies de altura, medían entre cinco pies y cuatro pulgadas, y cinco pies. Y ciertamente, solo observando de cerca, no se veían muy fieros». La cita es del diario de Margaret Hastings y dice mucho de los primeros encuentros entre los soldados y los nativos. Hastings apuntó que los ‘otros’ «realmente necesitaban baños y mucha agua de rosas: el viento venía en la dirección equivocada, y yo rezaba que se cansaran pronto de mirarnos y se fueran a casa». Pero lo cierto es que el encuentro fue un verdadero descubrimiento para ambos bandos. Wimayuk Wandik (apodado ‘Pete’ por los norteamericanos), líder de los Dani, comentó a sus hijos que ‘los espíritus caídos del cielo’ –espíritus que llevaban heridas abiertas y habían pasado días sin bañarse, arrastrándose por la selva– tenían muy mal olor. Y Margaret también registró el primer baño que pudo darse: «En una colina cercana estaban los nativos. Nunca pude comprender si abrían los ojos ante el extraño ritual que llevaba a cabo, o ante una piel tan distinta a la de ellos». Después de ser encontrados por una misión de paracaidistas y atendidos durante cuatro semanas gracias a enseres que el Ejército hacía caer en el valle, logró aterrizar un deslizador. Luego un avión lo enganchó y se llevó a soldados y rescatistas. Los tres lloraban pensando en el tiempo que habían pasado en Shangri-La. Los nativos también lloraban, pero pensando en lo que la aparición de esos espíritus blancos dejaría.

Recuperando la historia Resulta increíble que Hollywood no haya producido hasta ahora un guión, teniendo en cuenta los elementos: guerra, aventura, aborígenes y una chica linda. Ha sido la publicación reciente de este libro lo que está echando luces sobre la historia de la pérdida y el rescate en Nueva Guinea. Por supuesto, Zuckoff

está agradecido por la positiva recepción de su libro, y algo o mucho tiene que influir el hecho de que él sea un finalista del Pulitzer. Pero encuentra una razón incluso más profunda y urgente: «Las personas están empezando a darse cuenta de que los sobrevivientes de esa época, de la Segunda Guerra Mundial, se están muriendo, los estamos perdiendo», dice. Los tres protagonistas de esta historia sirven como ejemplo. Quizás sea por eso que la primera escena del libro es fuerte en su sencillez, y el impacto está en su lamentable cotidianeidad: un mensajero de Western Union atravesando una calle residencial de un pequeño pueblo del interior, portando un telegrama del Departamento de Guerra de los Estados Unidos. En este, un mensaje terrible para una familia dentro de cualquiera de esas casas. Se le pregunta a Zuckoff si encuentra algún paralelo entre esta escena y aquellas vividas desde hace años, a propósito de la guerra con Irak y Afganistán. «Por supuesto, y es por eso que quise empezar con aquella escena, que es el drama de las familias que no vemos y que constituyen toda una historia aparte de la guerra», responde el autor. Zuckoff solía bromear con que a su agente le hubiese gustado que su avión hacia Nueva Guinea se cayera, «porque eso incrementaría las ventas del libro». Lo cierto es que después de meses de inmersión física y mental en el accidente, estaba nervioso antes de viajar al lugar donde los soldados cayeron. «Pero sabía que tenía que ir si quería contar la historia», explica. Fue emocionante encontrarse con personas que recordaban a los extranjeros que cayeron del cielo décadas antes. Subió hasta la montaña donde se estrelló el Gremlin Special e, increíblemente, pudo ver aún algo de sus restos. También se llevó una pieza, la tiene sobre su escritorio en la oficina desde la que ahora responde. ¿Por qué llevarse ese pedazo de metal retorcido? «Claro que es un testimonio muy simbólico», reflexiona, y luego finaliza: «Creo que la historia es tan extraordinaria que necesitaba algo para convencerme de que en realidad sucedió».


112

LAS 100 SONRISAS DE JOSEFINA BARRÓN

Escritora, comensal arrebatada, viajera que siempre vuelve Escribe para comunicar. No va a cócteles, galerías de arte ni baby showers. Prefiere ver una buena película en casa. En mediecitas, con canchita. Cada día, su mundo se hace más pequeño y profundo.

Mi mayor sonrisa: estar dentro de un mar cálido, transparente, calmo. Como un mar caribeño. No me importa si hay tiburones rondando, el mar tiene que estar sereno y caliente. Podría vivir dentro de ese mar, bajo el sol. Allí siento que estoy en mi matriz, donde debo estar. Seguro en otra vida he sido un animal marino, probablemente mamífero. Un delfín. Ojalá que no un bagre. Otra sonrisa mía podría ser el desorden. Necesito el desorden, sentir que revuelvo las cosas para luego poder reorganizarlas y, al mismo tiempo, reorganizarme yo misma. A veces, yo también me desconfiguro como una computadora que se acaba de loquear porque tiene demasiadas cosas dentro del disco duro. Pero disfruto de esos momentos de caos mental y los uso de una manera sabrosa, y me abandono y me divierto y me desprejuicio por dentro y por fuera, porque, como no me drogo, es la manera de estimularme intelectualmente. Rodearme de objetos que tengan algo que decirme, que me estimulen, que me traigan recuerdos. Me hace

feliz. Que no estén gratuitamente en mi vida, porque tampoco se trata de coleccionar como loca. Muchas veces he escuchado decir que no debemos rodearnos de objetos porque cuando morimos, se quedan acá, no nos acompañan a la tumba. Y yo siempre digo lo contrario. Está bien, te morirás un día, pero te puedes pasar noventa o cien años rodeada de objetos bellos. El azúcar, la sal, la pimienta, el comino, el curry, el ajo y la canela china, y todo aquello que tenga un sabor especial. El chincho, la muña, la pimienta chapa. Más sonrisas. Lo reconozco. Soy una inevitable consumidora de especias; una comensal arrebatada, obsesiva, compulsiva. Viajar por la carretera y mirar paisajes diferentes. A mí eso me da vida. Detesto los aviones, no los soporto, los odio y viajo mucho. Es un trago amargo que tengo que pasar. Disfruto tanto ir de un lado para otro, que no puedo estar mucho tiempo quieta en un solo lugar, tengo una gitanería tremenda. Pero siempre me gusta saber que voy a regresar a casa.

Soñar despierta. Sueño más despierta que dormida, como si fuera una niña de once años que se imagina cantando. Esos momentos son deliciosos. Mis hijos son operadores de sonrisas. Sobre todo cuando no tengo que estar cuadrándolos para que hagan sus cosas y solamente me divierto con ellos como si fueran mis mejores amigos. No me hacen caso, pero me quieren. Crear. Ver que algo se inventa. Llenar un espacio donde antes no había nada y saber que lo he llenado con una frase mía me da una sensación de placer tremenda. Como escuchar música, para mí es una droga. Mi carro es mi caja de resonancia, mi isla. Me subo, cierro las ventanas y lo único que hago es escuchar música. Es un lugar donde estoy conmigo misma, un lugar de inspiración donde el corazón late fuerte. Es un psicotrópico. A veces canto; a veces, no. A veces, mientras escucho, imagino.


ALonso Molina

113


ALonso Molina

114


115

LAS [MÁS DE] 100 ENTREVISTAS DE BETO ORTIZ EN BDP

Periodista/escritor, animal televisivo, fan de Martha Hildebrandt Sus gafas Tom Ford no le nublan la memoria, pero de todas formas debe apelar a las matemáticas. Cuatro por día, veinte a la semana, ochenta en un mes. En total, hizo más de quinientas entrevistas mientras estuvo al mando de Buenos Días Perú durante el último periodo electoral.

La gente de televisión quiere siempre quedarse con la frase para el bronce, ser la esgrima del ingenio. Pero el entrevistado, cuanto más habla, más se complica. Por eso, empecé a practicar el ejercicio consciente de dejar hablar. Trataba de colocar algunas buenas preguntas y luego quedarme callado el mayor tiempo posible. Eso –sumado a la hora inhumana en que salíamos al aire, que obligaba a los invitados a levantarse a las cinco o seis de la mañana– comenzó a dar resultados, empezó a hacer que los invitados se suicidaran sin necesidad de invitación. Las declaraciones rebotaban mucho, casi se volvió una especie de desafío: si tú te acostumbras a que de tu programa salga el titular del día siguiente, se vuelve un poco vicioso. Las peores entrevistas son las regulares. Prefiero hacer una entrevista rochosamente mala que una que pase con once. Y hay varias. Puede pasar que el personaje sea un plomazo o que el tema sea demasiado técnico y la gente no lo entienda. Incluso he tenido entrevistados a los que yo mismo no entendía. Ejemplo: el ministro Kurt Burneo. La primera o segunda vez que lo tuve en campaña,

me abrumó con tal cantidad de tecnicismos y jerga económica, que empecé a perderme y a ponerme nervioso. Sentía que no entendía nada. Si siento que el entrevistado se está disparando a la estratosfera, me pongo en el lugar del televidente y asumo que, si yo no entiendo, hay un montón de gente que no entiende (espero). Pero también es rico que el entrevistado te salga con cosas inesperadas. Por ejemplo, me sorprendió que Martha Chávez guarde las cenizas de su perro en su casa o que tenga un caballito de mar tatuado en la muñeca. Entrevistas que me hayan gustado, que yo atesoraría, una con Martha Hildebrandt que salió al aire el 28 de julio, grabada, muy larga, como de dos horas. La disfruté un montón, sobre todo porque soy fan de ella. Me resulta encantadora, siempre me ha parecido genial. He ido a su cumpleaños, a tomar lonche con ella, a comer empanaditas y alfajores. Cuando entrevisté a Humala, después de muchísima negociación porque no quería ir al programa, nos

quedamos dos horas hablando y me pareció un tipo interesante, divertido, criollo. Él se sorprendió de que lo tratara bien, como si fuera algo insólito. Nos costó un montón que nos diera la entrevista y, cuando lo traté con buenos modales, automáticamente fui tachado de humalista, como si lo correcto hubiera sido escupirle. La del vocero fujimorista Jorge Trelles es, en cierta manera, la que marcó la historia del programa, y quizás la historia de la candidatura de Keiko, también. Cuando dijo lo de «nosotros matamos menos», le dije «le has regalado un titular soñado a La República. Mañana va a ser portada», y se rió. Y como estaban con eso de que la campaña de Keiko había sido financiada con rifas, le dije: «te apuesto una rifa». Y, claro, no era muy difícil de adivinar, al día siguiente fue portada de La República. Hay las entrevistas que son importantes para la gente, las que tienen una repercusión política y salen en los titulares del día siguiente y las que simplemente me gustan a mí.


116

///Ce La Bi

Francesca Brivio Ser humano. Activista. Reportera. Fiel procrastinadora. Adicta al dulce y a los cambios de look. Terca. De indignación y risa fácil.

Igualdades /// También de diferencias, matrimonios y agarraditas de mano en la calle.

estereotipos importados de la televisión y de algunos programas cómicos donde el rol del homosexual era promiscuo, afeminado y pervertido. El homosexual se configuraba como un ser cobarde. A algunos les cuesta separarse de ese tipo de arquetipos, tan arraigados como ridículos. Hay gente que dice no tener nada contra los homosexuales «con tal de que no se les manden». Quizás les molesta que precisamente esa persona no les guste. El discurso de los gay friendly no se escapa: «Todo bien con lo gay, pero no soporto las locas». ¿Y no te has puesto a pensar que, digamos, tal vez lo que no te gusta es la gente disforzada o que vive de apariencias? Si eres de los que dice, «Me parece recontra paja que hagan lo que quieran, pero no delante mío»; «Que sus cosas yo no las vea»; «Nada de besos o “agarraditas” de mano en la calle». Si eres de ellos, ¿no será que, en general, no te gustan las muestras públicas de afecto? Si tu respuesta es no, que lo que te molesta en los homosexuales es justamente eso, entonces déjame decirte que tienes cierto grado de homofobia y por más cool que creas que eres al «aceptarlos», no lo eres ni los estás aceptando. Aceptarlos realmente sería dejarlos caminar de la mano por las calles, darse un beso cuando quieran, ser todo lo disforzados que deseen, que muestren su interés en ti o en cualquiera. Aceptarlos sería permitirles el derecho a casarse como lo tenemos todos. Según Amnistía Internacional, en un registro de hace cuatro años, existen más de setenta países que en sus legislaciones contemplan penas por homosexualidad, y en algunos de ellos hasta se aplica la pena de muerte. Mi intención no es decir que si alguien es homosexual tiene que ser tu amigo, no estoy haciendo una campaña de adopta un gay. Tampoco es un freak show donde gana el premio al más cool quien más amigos homosexuales tenga, «porque son divertidísimos, hija, y decoran lindo las casas. Uuf, y no sabes cómo cocinan». Nadie (y menos el Estado) nos debe discriminar por nuestra orientación sexual, y menos aún, dejándonos de hipocresías, si en el fondo nos gustan a todos las mismas cosas. ¿O no?

El diccionario de la Real Academia de la Lengua consigna que Igualdad es un sustantivo femenino que quiere decir «equivalencia, uniformidad, paridad». Hace un par de semanas grabé un vídeo para mis amigos de Igualdad Perú, un proyecto que consiste en defender los derechos de las personas homosexuales. Ad portas de 2012, con todos los grandes avances tecnológicos y científicos que existen (y los que se avecinan), en muchos países seguimos pensando que dos personas del mismo sexo no tienen derecho a casarse. Felizmente, eso no pasa en todos lados. Desde 2005, en Canadá y España es permitido. Años después, en algunas jurisdicciones de Estados Unidos como Massachusetts y Connecticut, también. Recientemente, el año pasado, se sumarían a la lista Washington, México y Argentina. El Perú todavía brilla por su ausencia. Cada vez que lo menciono o que hablo del tema, me parece más ridículo y arcaico. Alucino que las mayorías casi siempre estamos poco dispuestos a tolerarlo. ¿A santo de qué proclamamos que dos personas de orientación sexual distinta a la nuestra no se pueden casar? ¿Quién nos nombró pontífices de la vida de los demás? Cuando uno es heterosexual y le gustan distintas «particularidades sexuales», ¿hay alguien que te diga que no puedes casarte? No hablo de un matrimonio religioso. Ahí respeto. Bueno, más que respetar, entiendo de dónde sale el argumento para censurar casarse. No pretendo que la Iglesia cambie sus leyes. El que quiera las acata y ya. Pero, ¿el Estado? Eso sí que no tiene sentido lógico. El Estado, como colectivo, representa a sus ciudadanos, quienes además pagan (o deberíamos pagar) impuestos. A todos la ley nos sanciona por igual, nos exige igual. ¿Por qué no nos protege por igual? Conozco actores que no quieren decir que son homosexuales porque los dejarían de contratar para hacer de «galanes». Les dicen, como excusa, que el público no les creería. Cuando vemos una interpretación de homosexual, ¿creemos que el actor lo es? ¿Pasaría lo mismo si el papel exige que sea narco, prostituta o asesino? Sucede que crecimos con Ilustración: Felipe Esparza


117


118

///publirreportaje

NUEVA LÍNEA DE SOLE

Estilo e innovación en su hogar La prestigiosa marca Sole, lanza su nueva línea de pequeños electrodomésticos

Sole, marca líder en el mercado, nos presenta su nueva línea de pequeños electrodomésticos para el hogar. Una apuesta que busca cubrir las necesidades de las familias modernas peruanas, que además de calidad, buscan estilo e innovación. Este nuevo lanzamiento incluye diversos modelos de licuadoras, sandwicheras, hervidores, tostadoras, ollas arroceras, aspiradoras y planchas. En total son 24 productos, cuidadosamente seleccionados, que le permitirán disfrutar de su hogar y le harán la vida más fácil. Es así como los nuevos electrodomésticos Sole unen características técnicas que buscan marcar una diferencia en el mercado. Por ejemplo, la implementación de un protector térmico de motor en sus licuadoras y aspiradoras, lo cual garantiza una larga vida útil de su producto, un mejor funcionamiento y una prevención frente a posibles accidentes. Y si hablamos de diseño, Sole ha logrado que sus electrodomésticos sean, además de funcionales, un elemento decorativo en su cocina, implementando un estilo elegante en cada uno ellos, combinando el acero y el negro en sus diseños; colores modernos que funcionan muy bien con las últimas tendencias de los decoradores de casas. Durante más de treinta años, Sole viene ofreciendo una amplia línea de productos para el hogar, caracterizándose por su gran calidad y servicio técnico insuperable con cobertura en todo el país. Una marca con experiencia y prestigio presenta hoy una nueva línea y una imagen remozada, que busca acercarse aún más a usted y brindarle un estilo de vida que lo invita a disfrutar de una nueva experiencia en el uso de electrodomésticos.


119


120


121


122

/// Chica AS

Encuéntranos en:

Billabong Girls Perú


/// Chica AS

123

NORTE - PERÚ

FOTO SHOOTING SUMMER ‘12 CHICAS ASIA SUR by BILLABONG GIRLS

Hace dos meses, Billabong Girls y la revista Asia Sur lanzaron un comunicado a través de Facebook y también por Internet. Se trataba de una convocatoria para chicas, entre los 16 y 26 años, que quisieran formar parte de la producción de fotos Sum´12 by Billabong Girls. La elección entre cientos de candidatas fue bastante difícil. Tardamos treinta días en seleccionar a trece de ellas para que formen parte de esta gran aventura. Ellas serían las primeras en vestir las prendas que Billabong Girls trae para este verano.

decidimos visitar Pacífico Adventures, un operador turístico responsable, preocupado por la conservación de las riquezas naturales marinas -un pensamiento compatible con la filosofía que tiene Billabong-. Esta empresa pionera ofrece excursiones para ver las impresionantes ballenas jorobadas y también la fauna marina frente a las costas de Piura. Sin pensarlo dos veces, decidimos treparnos al bote de Pacífico Adventures con la esperanza de poder captar un encuentro inesperado con dichos animales.

El destino elegido estuvo al norte del país. Su clima y sus playas de ensueño convencieron al equipo de producción, que tuvo como reto transformar, en menos de una semana, a las trece modelos no modelos en modelos profesionales por una semana. Recorrimos varios kilómetros cerca de Máncora en busca de las locaciones ideales para las fotos. Pasamos por desiertos, bosques de algarrobos, ríos, valles, playas sin nombre y pequeñas caletas de pescadores.

Empezamos a navegar y ya en medio del mar, en un territorio completamente dominado por las especies que lo habitan, vimos lobos marinos, aves, tortugas y delfines. Casi al final, tuvimos la suerte de ver de cerca una ballena de más de 18 metros de largo junto a su cría. Saltaron, dieron de aletazos, como escoltando nuestra embarcación, durante una hora. Una experiencia alucinante. Los resultados saltan a la vista y las fotos quedaron increíbles. Muy pronto podrán verlas en nuestras próximas ediciones de verano.

Cuando llegamos al pueblo de Los Órganos escuchamos del avistamiento de ballenas jorobadas. Entonces


124


125

Chicas Asia Sur By Billabong Girls Fotos: Alonso Molina Direcci贸n de Arte y Styling: Andrea Garc铆a


126


127


128

RAFO IPARRAGUIRRE


RAFO IPARRAGUIRRE

129


130


131

Producción: Nicole Bazo Cannock / Maquillaje y peinado: Magaly Pérez (99) 412*9518 / Asistente de fotografía: Michael Day / Marketing Billabong Girls: Milagros Vegas / Video: Ricardo Cisneros / Making Of: Alonso Molina Agradecimientos: Lima Tan (Av. Larco 101, tienda 207, Miraflores, informes@limatan.com, 446-4970). Pacifico Adventures ((Operador Turistico), Los Órganos, Piura - Perú www. pacificoadventures.com, (073) 257686 Oficina, 998176199, 998391428). Sony, Element Skateboards, Sr. Cucho Gómez Barrios, Sra. Mónica Bellatín, Karla Schwartzmann.

Ropa: Billabong Tiendas Billabong: C.C. Boulevard Jockey Plaza / C.C. San Miguel / C.C. Plaza Lima Sur / Show Room Av. Benavides 1744, Miraflores / Club Regatas Lima / Saga Falabella


132


133


134


135


136

Civi les

Tiene 24 años, sin embargo, ya ha logrado hacerse de un nombre en la escena artística local. Una beca le permitió ingresar directamente a la escuela de arte Corriente Alterna, donde actualmente es profesor. Artista, docente, coleccionista empedernido y sarcástico observador de las conductas humanas, Chávez Alcorta basa su próximo proyecto en la búsqueda del animal que todos llevamos dentro.

/// Foto: Alonso Molina

Andrés Chávez Ahora estoy buscando teatralizar la pintura. Quiero encontrar una fusión de lo humano y lo animal.


137

1

2

3

1. En su último cumpleaños 2. Obra de su primera exposición 3. En una sesión de fotos

Para este

joven artista, el año antes de la profecía maya significó un tiempo para cerrar ciclos y comenzar cosas nuevas. Presentó el proyecto Peace is our profession, que venía trabajando desde el 2005, con altas dosis de ironía. Desde los rompecabezas bélicos hasta el mismo título de la muestra (el lema de la fuerza aérea norteamericana), la idea giró en torno a la dualidad entre lo humano y las armas. Chávez Alcorta criticó la visión violenta que el mundo de hoy le da a los niños desde las salas del museo del Banco Central de Reserva y la Sala Miró Quesada. Luego vino Play, un ejercicio de reflexión acerca de nuestra naturaleza inocente y violenta. Infantes armados y miradas que dicen más que mil palabras fueron los temas que cerraron esta etapa creativa. Ahora, un tema más salvaje llama su atención. Los instintos más animales del ser humano serán su fuente de inspiración para la muestra que planea lanzar en febrero del próximo año. «Siempre fui de una estética más pop. Ahora estoy buscando teatralizar la pintura. Quiero encontrar una fusión de lo humano y lo animal», nos revela. Colores fuertes, líneas gruesas y formas divertidas han marcado la pauta en su obra. Sin embargo, siente que es momento de regresar a lo clásico. El claroscuro de Caravaggio, su instintos descarnados y el estudio del desnudo serán sus referentes en esta ocasión. Dicen que todo en la vida da círculos, que todo regresa. «Sales de una formación académica generalmente clásica y quieres romper con eso. Pruebas cosas nuevas, cambias, pero al final, siempre sientes esa necesidad de volver a lo básico», asegura. De pintar con acrílico, que seca en cinco minutos, a trabajar con óleos, que puede tardar semanas, la conexión con la

Criticó la visión violenta que el mundo de hoy le da a los niños desde las salas del museo del BCR y la Sala Miró Quesada.

AbreBoca Pocos lo saben pero hago acrobacia con telas. Siempre que almuerzo y antes

de dormir veo un capítulo de Los Simpson, el humor que tienen es genial. En mi taller tengo una bolsa gigante llena de yaxes, sé que algún día me servirán. Me encanta ir al Mercado Cen-

tral y buscar objetos que me llamen la atención. Jamás me ensucio cuando pinto, tengo una manía con la limpieza.

obra cambia y propone nuevos retos que él ansía experimentar.

1. Música: Cortesía de Kraftwerk,

Eso sí retomar los inicios no significa no buscar cosas nuevas. Andrés confiesa que está en un momento de su vida donde quiere viajar, conocer lugares nuevos, gente nueva y alimentarse de lo que sucede en las calles de distintas ciudades. «Estoy viendo la posibilidad de estudiar fuera, de salir y ver nuevos espacios. Una temporada en Chicago es lo que tengo en mente por ahora». Luego de una reciente estancia en Colombia y un vistazo a su onda urbana, este artista se siente listo para comenzar a buscar el lado más primitivo de todos nosotros.

2. Libro Favorito: 3. Películas: ,

Goldfrapp, Daft Punk, Madonna, Calle 13. xxx.

léon à ma soeur!,

interstella

5555

4. Aficiones: Hacer acrobacia aérea 5. Ciudad: xxx


Tanto movi miento Estuvimos en toda la movida de Lima...

Mera de la Rosa en fiesta 212 Vip men, Carorila Herrera, San Isitro

James Berckemeyer en Novillada, Acho

Francisco Belaunde y María Laura Hernández de Agüero en terraza del hotel Radisson

Jessica Vásquez, Lucie Tournier, Micaela Gálvez y Gia Macagno en Lima 27, San Isidro

Giuliana Coppo y Camila Naters en rave dj Tiesto, Gótica

Ricardo Vega Llona, Micaela Vega y Alejandro Jenkins libro martin lopez de romaña

Carlos Testino en Lima 27, San Isidro

Santiago Cali y Gonzalo Sandaza en fiesta halloween Miller, La Molina

Marilú Choza y Coli Casartelli en Club 245, Miraflores

Patica Jenkins, Sandra Belaunde y Mercedes de Romaña en presentación del libro de Martín López de Romaña, Pescados Capitales


Hesaham Khalil, Mari Shenka Miro Quesada y Juan Castro Nali en Club 245, Miraflores

Juan Diego Cuadros y Kike Zúñiga en Club 245, Miraflores

José de Farilla en Novillada, Acho

Martín López de Romaña y Sheila Jenkins en presentación de su libro, Pescados Capitales Ginevra Baffigo y Úrsula Harten en terraza del hotel Radisson

Hans Stoll y Jorge Stoll en expo Hans Stoll, Centro cultural Británico

Gianfranco Frignani en fiesta halloween Miller, La Molina

Antonio Pavón en Novillada, Acho

Jean-François Dietlin y Eduardo Bosio en fiesta halloween Miller, La Molina

Natalia Ugarte, Jaime Granda y Adela Graña en desfile Jorge Luis Salinas Club Ecuestre de Huachipa

Ana María Guiulfo y Hugo Plevisani en terraza Radisson, Miraflores


Verónica Ayllón en Club 245, Miraflores Andrew Mitchell en Concurso nacional de arte, Centro cultural El Olivar

Karina Pons de Vier, Rocío Noriega, Alejandra Meza Cuadra y Franco Noriega en expo Hans Stoll, Centro cultural Británico

Ana María Forno, Alejandra Luli y Alicia Hamann en fiesta halloween Miller, La Molina

Carolina Pinillos y Salim Vera en Lima 27, San Isidro

Rosella Alberti y Rafael Rizo-Patrón en Club 245, Miraflores

Berit Knudsen, Úrsula Benavides, Lea Taboada y Fernando Taboada en Club 245, Miraflores

Flavia Badani y Katie Chappers en terraza del hotel Radisson

Talía Poblete en rave dj Tiesto, Gótica

Chichi Noriega y Julio Noriega en Club 245, Miraflores

Prudencio Agramunt, Andre Balta y Pilar Arribas en La Folie

Melina Griffiths y Sergio Fernández en expo Hans Stoll, Centro cultural Británico


Fransesca Hemmerde y Eduardo Caceres en fiesta 212 Vip men, Carorila Herrera, San Isitro

Alina Miro-Quesada y Talia Lopez de Romaña en desfile Jorge Luis Salinas Club Ecuestre de Huachipa Tony Custer y Sandra Plevisani en terraza del hotel Radisson

Maki Miro Quesada, Thierry Mutsaars y Susana de la Puente en Club 245, Miraflores

Pipo Massa y Lucho Ortiz Zevallos en terraza del hotel Radisson

Carmen Gomez-Sánchez y Ana Tere Zamudio en presentación de su nueva colección, Miraflores

Joe Chirinos, Martín Bedoya y Jorge Jenkins en presentación del libro de Martín López de Romaña, Pescados Capitales

Tatiana Astengo y Francesco Giaquinta en expo Hans Stoll, Centro cultural Británico

Juan Pedro Cilloniz en Lima 27, San Isidro

Katherina Jacob, Daniel Ramírez y María Paz Gonzales-Vigil en desfile Jorge Luis Salinas Club Ecuestre de Huachipa


142

Alfredo Parodi, Mariana Santistevan y Fernando Yzaga Sybila Roggero, Camila Cánepa y Pilar Yzaga

> Benni celebra

Úrsula Cooper y Adriana Privat

Benni Ciabatti cumplió 40 años y lo celebró a lo grande con un cocktail para todos los amigos de toda la vida. Su esposo, Luis Miranda, editó un video sorpresa hecho en Argentina donde aparecían dibujos animados con todas las cosas que la caracterizaban. También hubo Flash Mode Dance en vivo.

Alexis Solari y Suzette Noel Ilaria Ciabatti y Benni Ciabatti

Martín Sprinckmoller y Eric Hachmann

Marisol de Bustamante

Cecile Mellet, Gisel Delgado, Petricia Freund y Angie Pelussi

Rochi del Castillo y Verónica Tuss

Marialle Briceño, Domingo García-Belaunde y Cybil de García-Belaunde

Vanesa Dávila, Micaela Aljovin, Cynthia Aza y Luis Rodríguez


143

Enrique Espinoza Y Karl Bornhorst

Guillermo Van Oordt y Gianfranco Musso

Manolo Elcorobarrutia, Luis Miranda, Laura Bozzo y Aldo Massa

Andrés Bustamante

Ignacio Barros, Dariella Gentile, Talía Belaunde y Alfredo Galleno Sandra Tuss y Alessandra Menchelli

Melissa Passano, Verónica Cooper, Benni Ciabatti y Camila García

Giulia Sammarco


144

Efraín Salas y Vanessa Dellepiane

Alicia Testino, Itala Testino, Itala Luna de Testino y María Itala Testino

José Luis Feijo y Erika Nicollini

> Cumple en Los Cóndores A las once de la mañana, un bus aguardaba con el motor encendido en las afueras del hotel Country Club. El destino: el Club Los Cóndores en Chaclacayo. Ahí Ítala Testino esperaba a Raffaella Macciotta y Victoria Abufom

sus invitados para celebrar sus 25 años en una fiesta a todo dar. José Luis Salinas y Alicia Testino

Doris Larrabure y Marco Piera

Pascual Saco y Juan José Rubio

Úrsula Sayan, Ana María Muñoz, Carlos Andres Luna, Farah Fyfe, Toño Jáuregui y Sebastián Montalvo

José Gil

Andrea Coquis y Sol Diaz

Itala y sus amigas


Cecilia Ossio, Lala Ferrero y Marisol Merino Julio César Alonso y Jaime García Ribeyros

&Jaime

Fiorella

Luego de dos años de noviazgo, Fiorella Ferrero y Jaime García Ribeyro se casaron en la iglesia San Felipe Apóstol. Luego Los novios Jaime y Fiorella

pasaron a la ceremonia que se realizó en los jardines del Museo de Oro. El bridge es una de las pasiones de Jaime, así que la hora loca estuvo repleta de naipes y cartas. Luego de la celebración, los recién casados se fueron de luna de miel en un crucero por Europa. Natalie Bourchier y Melissa Bedoya

Daniela Pazos, Gerardo Perdomo y Christine Gray

Rosario Garcia-Ribeyros y Silvia Polar

Andrea Barrios y Luisa Arrieta

Chiara Ferrero y Ernesto Ferrero

Claudia Banchez, Andre Jochamowitz y Kary Orlandini

Montserat Martinez, Francisco Pardo, Alfredo Valverde y Carmen María Irasola


147


Diego Pacheco y Verónica Thorne

Janiz Diez-Canseco y Paula Parodi

Stefano Gallese y Luis Miguel Sovero

> Halloween en Las Palmas La Caperucita Roja cambió de ruta camino a la playa Las Palmas en busca de besos gratis, el lobo le dijo que tomarían un atajo. En el camino se encontró con Duffman y todos juntos fueron a la fiesta que Carlos Cisneros, Luis Dongo y Max Grau organizaron por tercera vez. La diversión estaba garantizada. Juan López

Itala Testino

Almendra Cassinelli y Jimena Fernández Alex Kirschner y Daniela Romero Ignacio Palacios

Alessandra Ugarte y Caroline Sennit

Eleanne Guidino

Los Nightcrawlers


Alex Baertl, Cristobal Cilloniz y Joaquín de Aubeyzon

Romina Derteano

> La Yunza en Chincha Es el segundo año en que José Cillóniz decide organizar una gran festividad en torno a la tradicional ceremonia de la yunza en la casa hacienda San José, en Chincha. Una casona que acaba de ser restaurada luego del terremoto de hace

Emilia Abusada

unos años que sacudió el sur del país. Carlos Kouri y Carlos A. Kouri

En esta ocasión, los padrinos fueron Carlos Kouri y El Chino Dibos.

Loreta Haaker

Paloma Derteano y Sebastian Cillóniz

José Cilloniz bailando durante la yunza

Alicia Hamann y Anís Samanez Guille Vermejo, Andrea León y Francisco Pardo

Daniela Valdez y Alfonso Simpson


152

Muesta del mes

Muestra Colectiva Sujeto/Predicado Las miradas y lentes de Hans Stoll, Carlos Zevallos, Andrea Martorellet, Alejandra Vera Mattos, entre otros fotógrafos, se reunieron para crear una memoria colectiva alrededor del retrato. Los resultados se ven en Sujeto/Predicado, muestra que inauguró el 9 de noviembre en la Galeria Vértice.

1

3

10

2

5

6

4 8

7

1 Alessandra Rebagliati. /2 Nelly García y Jordi Puig. /3 Pati Camet y Carlos Camaño. /4 Rebagliati. /7 Gabriela Gastelumendi. /8 Moyra Silva y Nidia Bermejo /9 Laura Benetti

4

Rosario Orjeda, Marco Testino e Iliana Rebagliati. /5 Hans Stoll. /6 Iliana

9


153

1

3

2

6

4

5

10

7

10

8

9

1 Marco Testino y Carlos Zevallos. /2 Carmen Rabago. /3 Andrea Paz y Jaime Bedoya. /4 Andrés Chávez Alcorta y Adriana Romero. /5 Javier Tudela. /7 Andrea Martorellet. /8 Hugo Vásquez. /9 Molly Cocodrilo y Jules Bay. /10 Jacquie Becker y Christian Fuch.

Ramiro Sánchez. /6 Cristina Paz y


Grecia de Martis, Kenia Lindley y Johnny Lindley Stephanie Tello y Alfredo Granda

> Primer añito de Kenia

Dania Morán

Inspirado en la gata Marie de Los Aristogatos, la hija de Johnny Lindley y Grecia de Martis festejó su primer año. Hubo títeres y la hora loca, pensada en los más chiquitos, tuvo lluvia de espuma y pica pica. Al final, la magia estuvo presente y el encanto de una fiesta con dulces que nunca se acababan. También eso era magia.

Olivia Lindley Kariel Ortmann

Giulia Rotondo

Nicole Baca y Maricarmen Baca

Kenia Lindley

Vasco Gonzáles Anika Morán

Derek Davis


156


157


> ¡Quince a lo grande! Valeria Prialé celebró su cumpleaños número quince junto a todos sus amigos. El escenario del Jockey Club, donde decidió recibirlo, lucía distinto, decorado y sofisticado. Jumi Lee, dj y presencia recurrente cuando se trata de pasarla bien, fue la encargada de las pistas de la noche.

Rodolfo Prialé y Valeria Prialé

Denisse Segovia

Rodrigo Cruz y Miguel Tudela

Oriana Gallo y Ana Paula Alarcón Úrsula Aguad y Mafa Acevedo Nicolás Vaisman y Micaela Rebaza

Jienin Eissa, Viviana Henríquez y Nayla Awad

Giani Porcari y Vania de Souza

Natalia Otero y Rocío García


159

María Gracia Mujica y Valeria Priale Lara Maggiolo y Marisol Elias

Micaela Vega

Mariella Vigniati y Jimena Moral

Felipe de Osma

Anaïs Warthon, Maurice Jonquet y Carolina Villán

Chiara Ascenzo


Wayo Salas, Cecilia Boni, Luana Carneiro, Bruno Salas, Gabriela Delgado y Daniel Carneiro

&Bruno

Luana

Luana Carneiro y Bruno Salas sabían que solo pasa una vez y lo quisieron hacer distinto. Para empezar eligieron Bayahibe, un destino paradisíaco en la República Dominicana, como escenario perfecto para su matrimonio. La ceremonia se realizó dentro de una laguna con flamencos alrededor, y la recepción fue frente al mar. Luana lució un vestido simple, de aires playeros y con una corona de flores tropicales, y así, en compañía de familiares y amigos cercanos, se casaron por religioso con un cura de la ciudad. Juan y Verina Olivari

Verina Olivari, José Wal, Alessandra Queirolo y Natalia Balarezo


Nos fuimos de viaje porque no queriamos que nuestro matri dure un día sino una semana. La

celebración fue en la arena, sin zapatos y relajados. Cuando terminó la ceremonia lanzaron globos con velas dentro, donde pones un mensaje. La

torta fue adornada con

conchas. No bailamos el Danubio, sino una canción de Jack Johnson.Cuando salimos pusimos la canción de The Beatles “All You Need is Love”, que nos encanta a los dos.

Leslie Mey y Verina Olivari

Luana Carneiro, Daniel Carneiro y Verina Olivari

Mauricio Sánchez El novio con sus amigos


> Fiesta en el Museo Nicollini Fueron seiscientos los invitados a la fiesta PRIVATE Colection en el Museo de Autos Nicolini, organizado por Cuatro Gallos, Lucky Strike y Miller. Hubo una pantalla gigante y no

Cristina Vigil y Alexia Barragán

faltaron las cervezas ni los cigarros. Imperdible cita con la diversión una noche de noviembre.

Alejandra Lulli y Pierina Saenz Chiara Ascenzo, Tamara Flores y Michaela Salazar

Julio Jaramillo y Lorena Vegas

Alexandra Hamann y Branko Cuglievan

Micaela Payet

Romina Seminario y Clemencia Olcese

Francesca Hemmerde y Daniela Enríquez

Lizbeth Moebius

Silvana Castagnola, Antonella Banzalari y Patricia Rebaza

Chiara Rodrigo y Lucrecia Taraboto


> Palmas para Enrique No hay nada como celebrar en familia. Entonces Fernanda Morey organizó un emotivo almuerzo en Pachacamac para rendirle homenaje a su querido primo, Enrique Román Morey, recientemente nombrado embajador

Alejandra Alta-Torre y Jana Lembergerová

de la ONU en Nueva York.

Jorge Román, Salvador Román y Narciso Reimundez

Tessa Gallese y Paula Román Isabel Gibaja y Enrique Román

Enrique y Fátima Román Lily Morey y Antonio Piña

Fernanda Morey

Rafaella Fasse

Daniela Acuña

Josefina Román, Raúl Alta-Torre, Enrique Román, Manuel Acuña y José Antonio Alonso


Anais Acevedo, Daniel Ramírez y María Paz Gonzales-Vigil

Andrea Ulloa y Fernanda Rodríguez

Camila Benzaquen y Martín Graña

> 30 Años Infantiles Carritos de canchita, dulces y decoración infantil. Así celebró Daniel Ramírez su cumpleaños en el Club Hípico de Villa. Como para consentir al niño que lleva dentro.

Tessie Luzio y Alberto Reyes

Pamela Abuid y Giordana Marcenaro

Jack Abugattas

Alejandra Rizo-Patró n y Marisol Lolas

Erick Pegot

Álvaro Hidalgo y María José Riva


Hernán Pareja, Alfredo Tealdo y Rodrigo Pareja

Sebastián Cavallero

Gabriela Porcari y Sergio Fernández

> A toda marcha en La Chutana En una jornada llena de emoción, adrenalina y una masiva presencia de fanáticos del automovilismo, el piloto Christopher Fuller logró una hazaña en el Campeonato Nacional de Circuito Petroperú al obtener el primer lugar. Un día lleno de sol y de pintorescas barras fueron el toque especial.

Salvita Ricci

Katia, Rafaella, Francesco y Alfieri Defilippi

Mario Hart

Vanesa Olcese y Salvador Ricci

Sergio Benavides Y Diego Benavides

Juan Pedro Cillóniz y Paola Arias


170

HermosaHermosa de de ción mbinación combinaco n stel con el scopa stno tonos pato adaafloreada reus a flo a bl una blusun do . Todo To . je ca y de en y de encaje un tiene un look elne el look tie deántico de om ticro ánre aire romai verano verano a a azoer negro blgr Un blazer Unne báidsiaco básico es es a id ed ed m m ta.lle deto El detalle . Erfl ec perfectope s te tes an gu de los de los guan el el de cuerodeescuero es l. to ideal. ea id to en en complemcomplem

moda. moda. Trabajo de Trabajo de s con las lais co is gr o on gr rn rn Un te Un te ec s s ta rr co esorciones correcta proporcion prop colsloor de color debo o ls bo un un y y la es de la av clav lasde nes son las cl so a.egancia. ci an eg el el

t t e e e r r t t SS sstytylele lm dounedl omundo orostopdooreto pim s o im v v tu tu s s e e Esta vEeszta vez

jandra Vera

A la modAe.la mode. r cia por poen a nd TendenciTe : ire ire: m se donde donde se m stido azul vestido az veul ico, correa trea écrr eléctrico,elco y y mar erno marrón curó de cuerode t. al print. inim pran al im an sa sa ga ga que no que no La modaLa mnoodsa . U oda. Unos a d o incom incom a a a chomnpa chomp n u jeans y jeanss ysoun s son a a y a ray ligera a ra ligera s s suficiente suficiente mas quemas lque l e e r r a va . para llevparaslle n n. e e tacióe estació cambio dcambio d

// Fotos: Ale

// Fotos: Ale

jandra Vera

esntalones alon s pa Los pantLo res lores lo co en os os cort cort en co de hit de t hi el n fluo so fluo son el . porada. da ra po m m te te la la l ml atchj del El matchEde lo loj n el rderecon el re verde cove tfiat. el outfit. ou el a et et pl pl m m co co


171

iradas. Volteando m misa ca de a pl La du ones al nt pa celeste y ul cortos en az ne tie no o in ar m ucho pierde, y m . menos en él

. Lo Ethnic chic cos ni ét s do estampa en ra ho dan la . En es ud tit la s otra con un combinación tonos de y o jid te chullo chic. r pe su suave, es

arlo dos Sin pens aco ns veces. U pre saca m ie s s gri s, pero ro u de ap o dero truc el verda s io b la los está en rojos.

m boy El estilo To ia. El por excelenc de lo el cu l de detalle un toque la blusa da te a la naif y elegan que ce di n ie vez, qu e ser no se pued cote. es n si a in femen

y Base negra jamás an je ta ue chaq , el si e qu fallan. Lo por va s no se ojo s: ese los accesorio o y ric ét collar geom visto el da o colorid bueno

. En A doble raya en dos tonos o s on et br s varios, lo n una shirts tiene larga vigencia de duración


> Edifica Barranco 360º Con motivo del lanzamiento de su nuevo proyecto inmobiliario, Barranco 360°, Edifica invitó a formar parte de una noche en la que dio a conocer todas las ventajas de esta nueva propuesta de vivienda. Los asistentes recorrieron el departamento piloto y pudieron apreciar animaciones en 3D.

1

2

4

3

5

1. Sala de ventas Edifica. 2 Jesús Alzamora. 3 Jorge Ruiz, Juan Carlos Tassara y Martín Bedoya. 4 Willy Pedreschi, Mayra Estrada y José León. 5 Mauricio Cocchella y Rafael González. 6 Sala de departamento piloto. 7 Scarlett Soldtwedel y Gonzalo Pérez. 8 Juan Tassara y Arq. Samuel Cárdenas.

7

6

8


1

2

> OktoberFest Miles de peruanos vivieron la fiesta cervecera más grande del mundo con el Oktoberfest Cusqueña 2011. El público pudo disfrutar de música en vivo, bailes y comidas típicas alemanas, junto al gran sabor de Cusqueña, la cerveza Premium del Perú.

4

3

5

1 Carlos Abad y Liliana de Abad. 2 Kleibl Andi, Wimmer Michi y Hias Beischlag. 3 Wolfi Waiss. 4 Cecilia Jimeno, Carolina de la Flor y Nicolás Schwartzmann. 5 Fernando Gayoso y Javier Ley. 6 Steffi Schöttle y José Barba. 7 Marisol del Águila y Paloma Valerga. 8 Liliana Abad, Jimena Oliva y Carolina Paz.

8

6

7


2

1

3

4

5

> Talento joven Una noche de moda, música y arte se vivió en MAD, escuela de Diseño y Moda ubicada en Chacarilla. Alumnos y docentes armaron una pequeña curadoría con los trabajos más destacados durante el año, para que los invitados pudieron contemplar el talento y dedicación de una generación joven durante el evento.

6

7

1 Frontis de la escuela de diseño MAD. 2 Kelly Portocarrero y Alejandra Gonzales. 3 Karina Giannoni. 4 Florencia Lechin y Camille Jackson. 5 Milo Ruiz y María Fe Gonzales-Vigil. 6 Natalia Herrera, Antonio Choy Kay y Gerardo Larrea. 7 Olga Engelmann. 8 Bruna Cafferata y Laura Rodríguez

8


2

1

3

4 5

> Bizarro Internacional Bizarro alterna la escena electrónica local con DJ´s traídos de afuera. El público cautivo, el más agradecido, termina accediendo a un abanico de posibilidades muy amplio para todos los gustos. El último de estos representantes fue el dj francés SHONKY que aterrizó en Lima este 5 de noviembre.

6

7

1 Juan Carlos Chocano, Claudia Becerra y Mónica Lara. 2 David López y Mariella Castellanos. 3 Juani Weber y Luis Miguel Barrón. 4 Alonso Chávez y Estefan Behar. 5 Santiago Canny y Manuel Portocarrero. 6 Victor Mastromatteo. 7 Roberto Campos y Christopher Espinoza. 8 Joaquín Namihas y Sofía García.

8


1

2

> Are you on the list? 3

Carolina Herrera de Báez realizó la fiesta 212 VIP Men Lima en una distinguida casa en San Isidro. Inspirada en la última fragancia creada por la firma que lleva su nombre, Carolina quiere evocar ese aroma que acompaña la actitud de las fiestas más exclusivas de Nueva York. La infaltable DJ Jumi Lee se encargó de la música.

4

5

1 Micaela Payet e Isabela Tarazona. 2 Mera de la Rosa, Gerardo Privat y Daniela Zula. 3 Andrés Wiese y Melania Urbina. 4 Jack Abugattas y Wendy Wunder. 5 Santiago Canny y Anahí de Cárdenas. 6 Carolina Herrera de Báez y Zulema Torres. 7 Vanessa Saba. 8 Diego Muñoz y Andrea de Romaña.

8

6

7


1

2

> Creatividad y punto La empresa peruana Punto Visual, líder en publicidad Exterior en el país, realizó por cuarto año

3

consecutivo la premiación del concurso CREATIVIDAD Y PUNTO. Este año, el equipo de MKT de la empresa Rímac Seguros y un representante de Pragma DDB se llevaron el primer lugar con una original propuesta:Una impactante campaña con un panel intervenido a manera de largavistas, en la ruta hacia las playas del sur en el verano del 2011.

4

5

1 Humberto de Azambuja. 2 Javier Muñoz, Paola Telaya y Enzo de Azambuja. 3 Cinthya Eslava y Cynthia Balarezo. 4 Trofeo ganador creatividad y punto 2011. 5 Luis Negrón. 6 Cova Gonzalez, Enzo de Azambuja y Elizabeth Burga. 7 Javier Muñoz. 8 Asistentes de la premiación.

8

6

7


1

2

3

> Concept Store de Crepier Crepier Stores, la cadena especializada en accesorios de vestir y artículos de viaje, lanza su nueva imagen gracias a un innovador concepto de tienda. Además Crepier Stores celebró el primer año de la marca Victorinox Travel Gear en la cadena.

5

4

1 Melissa Miller, Talía Barreto y Rosanna Casaretto. 2 Sandra Cárdenas y Jessenia Espinoza. 3 Carla Ferreyros y Victor Ferreyros. 4 Gonzalo Ansola, Marcos Zobel y Sergio Casaretto. 5 Eduardo Neira.


180

Fotos: Alonso Molina Styling y Producción: Nicole Bazo Cannock

Camila: Vestido y zapatos de Donna Cattiva Alondra: Falda Top Shop, Corset Donna Cattiva, zapatos Lola. Anís: Short Forever 21, camisa de Cositas accesorios, zapatos Lola. Ale: Vestido de Herve Legger, Zapatos Lola. Estefanía: Blazer de top shop, top Guess, short de American Eagle y zapatos Lola.


181


182

Alondra: Short de Moda & Cia, top Donna Cattiva, zapatos Donna Cattiva / Alejandra: leggins de Guess, Top de Top Shop, blazer de H&M, zapatos Lola.


183

Stefania: Vestido Guess, Collar Forever 21.


184

Stefania: Vestido Guess, Collar Forever 21. Camila: Vestido Guess. AnĂ­s: Vestido Victoria Secret


185


186


///ballerinas

187

DANZA REAL

La Royal Academy of Dance de Londres, una de las instituciones artísticas más prestigiosas del mundo, estuvo en Perú entre el 19 de octubre y el 8 de noviembre para examinar a bailarines de danza clásica y poner a prueba músculo, nervio y talento.

Escribe: Rebeca Vaisman / Foto: Alonso Molina

D

entro de la habitación a la que nadie, salvo las examinadas, puede entrar, espera con puntualidad británica una representante de la Royal Academy of Dance (RAC). Son las seis y es el último turno de una tarde larga. Las dos hermanas Denegri están por ingresar cuando una de ellas, Natalia, deja la delicadeza del ballet para dar marcha atrás y correr hacia el vestidor. Daniella, su hermana, la mira con angustia. Ya las están llamando. Desde otra habitación, una cuya ventana permite ver la escena, se ve a estudiantes que también se preocupan. No puede ser que los nervios hayan hecho retroceder a Natalia, quien a sus quince años ya ha

aprobado nueve exámenes, igual de duros que este. Pero no hay tiempo para pedir explicaciones: unos segundos después, vuelve a aparecer, atraviesa el salón y pasa corriendo entre todas. Lleva algo en las manos. Daniella ya está dando un paso adelante cuando la alcanza. Todos continúan preguntándose qué pasó mientras la puerta se cierra tras las hermanas.

***

Las punteras. Eso pasó. En el grado Intermedio que las Denegri deben aprobar ahora, hay una sección del examen que debe bailarse en puntas. Natalia, cuando estaba por entrar a examinarse, se dio cuenta de que había dejado las punteras en el camerino y corrió por ellas, mientras su hermana

la llamaba en silencio desde la puerta y Verónica Uranga, bailarina y directora de Collage, el instituto en que ellas estudian, las presentaba ante Elaine Rea, maestra de la Facultad de Educación de la RAC, que las calificaría. Como casi todos los años desde 1982 (la epidemia del cólera lo impidió en 1991), la Royal Academy of Dance llegó a Perú como parte de su gira alrededor de ochenta países para examinar a estudiantes de danza clásica. En Sudamérica, Brasil es el país con más estudiantes examinadas, y es seguido por Perú, que cuenta con doce academias registradas, en Lima y Arequipa. Natalia, que baila desde los cinco años y se ha presentado frente a público muchas veces, admite que sí, sintió nervios antes de entrar al examen. «Es algo


188

///ballerinas

que me encanta, por eso sacarme buena nota es un estrés. Cuando tengo función, aunque hayan muchas personas, puede que no sepan ballet, entonces si cometo algún error no se dan cuenta. Pero esta mujer se da cuenta de todo». Su examen consiste en varios ejercicios: para cuatro bailarinas a la vez, podría llegar a durar una hora con veinte minutos. Así que cortan los ejercicios en el momento. Natalia no logra decir cuánto tiempo estuvo bailando. «Estaba demasiado nerviosa como para fijarme en el reloj», se ríe. Su hermana mayor puede entenderla. Daniella, con diecinueve años, ha rendido diez exámenes de la Royal. Este fue su undécimo intento. Podría pensarse que eventualmente los nervios son superados, sobre todo cuando siempre se ha tenido un resultado positivo. Pero justo antes de dejar el salón donde habían estado calentando, y desde donde el resto de estudiantes, profesores y padres curioseaban por la ventana, Daniella tuvo que usar su inhalador un par de veces. «Estaba más nerviosa de lo normal, mucho más de lo que siento antes de una actuación», explica. Sus nervios son razonables: actualmente, Daniella, además de ensayar, está dictando clases a niñas de entre cuatro y ocho años. «Este examen es requisito para poder sacar el título de profesora. Así que era muy importante para mí». Ella combina la danza con clases de administración en la Universidad Pacífico. No quiere ser bailarina profesional, pero sí poner una academia, enseñar y nunca dejar de bailar. «Una bailarina tiene que tener condiciones para ser profesional, una elasticidad con la que se nace», explica. «La flexibilidad que tengo ahora la he conseguido en base a esfuerzo y a los años que tengo bailando, pero no puedo competir con otras que lo tienen de nacimiento. Sé que nunca podría llegar a ser primera bailarina». Tras darse cuenta de esa certeza, en un primer momento se molestó mucho. Le costó aceptar que no podría cumplir su sueño de infancia. Pero casi a la par descubrió otra verdad: le

encanta enseñar. Y con la enseñanza vino el poder para encontrar en otras niñas esa cualidad especial que ella no tuvo.

***

El sílabo de la RAC se abre en dos ramas: primero, una que no es la típica escuela de ballet (en la que muchos quedarían fuera), que valora el esfuerzo y la dedicación antes que todo; y segundo, la vocacional, cuyos requerimientos la hacen más restringida, más profesional. La acreditación de la Royal tiene mucho peso para un bailarín que quiere postular a una compañía internacional. «El examen se vuelve un reto increíble, tanto si tienes las condiciones para ser profesional o no», dice Uranga, una de las primeras bailarinas peruanas en cursar estudios en la sede central de la RAC, en Inglaterra. «Es que concentración y disciplina son cualidades que se trabajan, así estés bailando solo por hobby. Si vieras la seriedad con que hasta las más chiquitas se toman su examen…». Y así lo hacen las siete ballerinas de rosado, previamente acicaladas por sus madres, poco antes de dar su examen de grado, llamado de Pre-primaria. Casi todas tienen seis años, y es admirable la atención con la que hacen sus ejercicios para los dedos, las manos, los brazos. La música para ellas es clásica también, aunque de repente se cuela un segmento lleno de percusiones, que les dio risa la primera vez que lo escucharon. Solo diez minutos antes, el salón para ellas era el espacio perfecto para jugar. Pero a punto de entrar, hacen fila, obedientes. A la cabeza va Olivia, la más pequeña, con cinco años. Ella también está enfocada en los pasos que va a dar en pocos minutos. Aunque hay que admitir que pierde la concentración un momento, solo uno: para enseñar a su amiguita el diente frontal que le está saliendo.

La acreditación de la Royal tiene mucho peso para un bailarín que quiere postular a una compañía internacional. El examen se vuelve un reto increíble


189

***

Los resultados de las pruebas llegan en dos o tres semanas, vía e-mail. Sucede algunas veces que los estudiantes no están preparados para subir de grado, y no aprueban el examen. Eso, sin embargo, nunca ha ocurrido en la academia de Lucy Telge. A su hermosa casa en Jesús María, una tarde de feriado, los chicos llegan listos para bailar. Tienen reglas con respecto a la ropa: las niñas van de falda rosada, con leotardo blanco, celeste o rosado. Los niños, en shorts azules y polo blanco. Las mayores pueden usar colores más oscuros y dramáticos como el azul marino, fucsia, o rojo. Todos calientan. Primero abajo, y cuando Lucy los llama, suben al salón grande, donde esperan la examinadora y el piano en vivo, para que puedan lucirse. Es abajo, durante el calentamiento, que una chica de grado seis le cuenta a otra, mientras se estiran en el piso, que el viernes le quisieron robar y por impedirlo se lastimó el músculo aductor, el interior de la pierna izquierda. Es también ahí que Aliosha Peralta (16) y Diego Rey (20) se preparan para el examen de octavo grado. Son dos de los veintitantos muchachos que bailan en la academia de Lucy. Cuando empezaron, hace ocho años, eran los únicos chicos y debían colarse en las lecciones de las niñas. Ahora hay dos clases exclusivamente para hombres: una para principiantes y otra para avanzados. Y Diego –quien además baila para el Ballet Municipal y participa en las actuales funciones de Romeo y Julieta– cuenta que nunca se ha encontrado con otra persona, en el colegio ni en la universidad, que

encuentre extraño el hecho de que sea bailarín de ballet. «Es todo lo contrario, aunque no lo creas: les parece chévere». Demostrando que algunos prejuicios sí pueden romperse, que algo va cambiando en esta conservadora sociedad.

***

Son casi las seis de la tarde y las hermanas Denegri esperan con un nerviosismo que no podía adivinarse cuando se estiraban de cara al espejo. Ellas lo saben. «Para bailar no se puede estar frío», dice Daniella, y luego explica la rutina de calentamiento que realizó hace un rato. No es tan simple. Se tiene que calentar el cuerpo desde abajo y, luego, ir subiendo. Los pies, atrás y adelante, girando los tobillos sobre las puntas (después se ajustan las zapatillas). Luego se colocan las piernas sobre la barra y se van jalando los músculos, mientras ceden poco a poco. Cada vez el muslo se separa más de la cadera, la rotación de la articulación permite un milímetro más (se empieza a sudar, el calor va llegando). Sobre el piso se trabajan los abdominales y los dorsales, de su fortaleza depende la elevación de las extremidades. Ya de pie, saltos cortos, diez o veinte. Extender los brazos. Secarse la frente. Ahora, mientras esperan, la elegancia se convierte por un minuto –el último que les queda– en risas alteradas. Una le acomoda a la otra el cinturón. Los últimos detalles. Desde el salón de ensayo puede verse que el grupo anterior ha terminado. Entonces, sus cuerpos se tensan. Llegó la hora de entrar. Las están llamando.


190

LAS 100 POLLERAS DE CHIARA MACCHIAVELLO

Inventora de prendas de vestir, artista, mujer perfecta Como diseñadora de modas, Chiara sabe que no solo la gastronomía peruana permite fusiones disparatadas y magníficas. Las prendas de vestir oriundas del Perú, como las polleras, también invitan a que se les ponga fantasía. Solo hay que saber imaginar.

Si hay algo que tengo son faldas que derivan del concepto de pollera. Es algo que a lo largo de toda mi carrera he venido interpretando, trabajando. Mi primera pollera la hice cuando estaba estudiando en Londres, en 2005, para un performance que tuvimos allí. Hice una pollera de papel reciclado y pintado porque teníamos poco presupuesto. Apliqué el concepto de pollera a algo más ligado al arte. Fue el momento en que empezó a suceder, el inicio. Siempre me había interesado el tema de las polleras, pero no lo tenía como parte de mi trabajo. De alguna manera, como mujer, te identificas con las polleras. Hice un viaje de investigación por el interior del Perú, donde descubrí lo importante que es para la identidad de la mujer del ande la pollera y todo lo que esta significa: el contenido de información sobre su familia, su vida, su pueblo, sus fiestas; como un libro en que ellas cuentan quiénes son, cómo son, y tienen diferentes polleras para diferentes momentos de sus vidas. Es una prenda que forma parte de la identidad genuina y tradicional de la mujer peruana.

Todo mi trabajo se trata de insertar en la moda este icono que es la pollera, este símbolo de feminidad, de coquetería. Porque es recontra sensual, con todas estas capas de faldas que se van sobreponiendo, y la más increíble se pone abajo, al final. La idea de mi trabajo con la pollera es que alguien en la ciudad la pueda usar, que una mujer se sienta atractiva y bien vestida con ella. Las mujeres andinas usan esta prenda en el día a día. Para nosotros, por cómo te mueves en una ciudad, de pronto no va a resultar así, pero sí como algo especial. Para mí, la pollera viene a ser casi un lienzo en blanco. Siempre te enfrentas con ese espacio en blanco, sea en un papel, un lienzo o una tela, y yo tengo un montón de ideas que quiero hacer en una pollera. He llegado a hacer una mini pollera, que, por más que esté evolucionada, sigue siendo pollera, solo que mezclada con el lenguaje contemporáneo de la ciudad. En un momento, empecé a mezclar el tema de la pollera con el punk, a meterle aplicaciones de la cultura roquera, greviches, tachuelas. Cuando comencé a trabajar eso, me gustó lo que salió de

mezclar los dos mundos. Y cuando te pones esa pollera, también se ve súper bien. He hecho polleras de plástico bordado con las clásicas bolsas de mercado. Otras a manera de tutú. Hice una para un vestido de novia exclusivo, con gasa finísima y tules de encaje e hilos de seda. Te puedes ir desde lo súper fino hasta la pollera de plástico. Al final, lo que importa es que se vea bien, que quede impactante. Incluso he trabajado con corteza de árbol. En cuanto a materiales, no me pongo límites. Todo sirve para saber que a una pollera no necesariamente le tengo que meter solo bordados tradicionales ni bordados en hilos, ni lana. Puedes meterle lo que quieras. Tal vez si me voy a una fábrica de tecnopor, trabajaré con tecnopor. Así te vas cruzando con cosas. No es un trabajo que tenga horario de oficina, estás creando permanentemente. A veces me levanto por la noche y me pongo a diseñar una pollera en mi cabeza.


ALonso Molina

191


ALonso Molina

192


193

LOS 100 CÓMICS DE CHERMAN

Artista gráfico, cerebro creativo, maestro sanguchero Ha diseñado más de setecientos carteles, pero su vacilón sigue siendo el mismo que lo hipnotizó cuando tenía siete años: coleccionar todo lo vinculado al universo de los cómics.Tiene unos calzoncillos de Batman aún por estrenar.

El concepto es el siguiente: cuando fui chibolo, mi formación absoluta había nacido del referente de los cómics. Mis favoritos siempre han sido Batman y El Hombre Araña. Me he quedado un poco con los clásicos. Creo que mi magíster en gráficas lo he tenido siendo niño. Desarrollé mucho el ojo al seleccionar mis cómics por la calidad de la carátula, es lo que me ha hecho tener una total convicción como editor gráfico, como artista gráfico. Tanto en el combo como en el cómic, siempre he tenido buen ojo. Cuando tengo que seleccionar una foto entre mil, sé cuál es la foto. Si hasta ahora tengo el poder de simplificar frases y ponerlas en pocas palabras es porque el cómic que leía en los años setenta era demasiado bueno y preciso. Mi viejo siempre nos llevaba a mi hermano y a mí a sus viajes al norte, él vendía productos químicos para la industria gráfica. Nos íbamos a los mercaditos y a mí me encantaba, porque, cada vez que iba, sabía

que iba a encontrar una pared repleta de cómics. Hasta ahora sueño con esas huevadas. La tenencia de la fantasía era tan real en esa época, que podía ser el rey del universo. Dormía con mis cómics, y no solo por los dibujos, definitivamente me cautivaban las historias, también. Me metía tanto en las historias, que tenía pesadillas con los Hombres Rata. En esa época, todos los cómics tenían guiones bien básicos y minimalistas. No tenías que meter mucho cuento, no había tantos personajes, era fácil reconocerlos. Antes, tenías todo. Te venían desde Archie hasta Superman, Batman, Las Urracas. En los setenta realmente estaban los mejores. Había un cómic, Tamakún, que tuvo como cien números. Recuerdo que yo esperaba sentado en la vereda para ver si colgaban el cómic en el quiosco, porque venía quincenal. Entonces, si en el número anterior se

habían quedado en que mataban al huevón, yo estaba «pucha, conchasumadre», hasta que lo ponían, y corría y me comía el cómic. La primera vez que vi un cómic peruano al tuétano, Paco Yunque, me hizo tirar moco. Luego han tenido que pasar más de treinta años para que, después de ser misio un huevo de tiempo, pueda empezar una especie de colección. A veces juntaba mis cincuenta luquitas y me quitaba al Centro de Lima, a ver qué encontraba. El buen pobre siempre encuentra lo baratito, que es lo mejor. Cuando he regalado mi chamba, que es una huevada nefasta que he hecho toda la vida, a gente que se iba fuera, le decía: «Lo único que quiero es que me regales un polo o un cómic». Y así puedo decir que he generado esta colección. En las tres librerías que frecuento, ya saben, ni bien entro, que me voy a bajar los cómics.


de ja vĂş 194


195


196


197


198


199

c.c. jockey plaza / c.c. plaza san miguel / c.c. real plaza primavera / c.c. angamos open plaza / c.c. plaza lima sur / c.c. boulevard asia / conquistadores 417, san isidro / c.c. parque lambramani arequipa / c.c. real plaza trujillo / Moood y Tiendas saga falabella.


200

LAS 100 VISITAS A GALERÍAS DE ARTE DE LUCÍA DE LA PUENTE

En su casa quedan pocos espacios sin decorar, es decir, libres de objetos de arte. Como si tuviera horror al vacío. Además tiene mucho embalado y, claro, la ventaja de una galería que cambia cada mes y que, curiosamente, lleva su nombre. El mismo que desde hace dieciséis años ha estado vinculado al arte.

Siempre estuve rodeada de arte. Mis primeras visitas a galerías se confunden con los primeros juegos de infancia, cuando todavía pensaba en ser arqueóloga, de la mano de mi mamá. A mi papá le fascinaba la pesca submarina y a mi madre, el arte precolombino. Del matrimonio de ambas fascinaciones surgió una colección particular de huacos-pescados. Ese quizás sea el primer recuerdo que tengo de un objeto de arte. Después, cuando ya tuve seis años, compré con la propina de papá mi primer libro de Historia de la Escultura. A los diecisiete años, en Italia, visité por primera vez una galería por mi cuenta. Fue la ocasión para ver Los Esclavos de Miguel Ángel, un recuerdo imborrable. También estaba el David. En esa época, las esculturas estaban sobre el suelo. Ahora están sobre bases. Lo que me impactó fueron estas imágenes a medio hacer, que salían como si estuviesen vivas de la roca. Me gustó mucho más que cualquier escultura terminada. La sala Lucía de la Puente tiene dieciséis años. Empecé haciendo consultorías y no imaginé que iba a terminar con una galería como esta, y menos con mi nombre. Al inicio, trabajaba en un cuarto de un

solo espacio, a una cuadra y media de aquí. En Grau 810. Siempre en Barranco. Ahora hay otra galería ahí. Alquilaba espacios en el comedor de la sala y yo misma era. No tenía secretaria ni nada. Fui la primera en utilizar ese término: «Lucía de la Puente, consultoría artística». Es un placer individual. Me gusta ir a las galerías y museos sola. Voy acompañada a veces, con mis hermanas o con mi esposo, pero cada cual tiene su ritmo. Me puedo detener más en una que en otra. Cada uno va por su lado y nos encontramos en dos horas. Los recorridos y los intereses son distintos. Hay algo de intimidad en la relación que uno tiene con la obra. Me he sorprendido muchas veces en la vida. Creo que en la medida en que uno va creciendo se va sorprendiendo menos, pero en mi caso, no. ¿Las que más me han impactado? La de Picasso y Matisse, en París. Pero lo podía esperar porque eran imágenes que ya he visto en libros o en otros museos. En otros casos, me sorprendo porque no he conocido al artista y es sorpresa total.

Estaba entrando al MoMA, en Nueva York, en la época de las subastas de arte latinoamericano. Subiendo las escaleras, una pareja de venezolanos me dice, «Hay un peruano exhibiendo en la sala». Me emocioné, fui corriendo y era Fernando Bryce. Quise tomar una foto, pero no se podía. Esa fue la primera vez que vi a un artista peruano en allí. La segunda vez pasó con Sandra Gamarra, que es artista de la galería, en una muestra colectiva. Verla colgada en la misma sala que Picasso, Pettibon, Pollock, fue increíble. Ahí sí, tuve que sacar la cámara. No me pude contener. Y llamé a Sandra para contarle. Además, fueron obras que el MoMA nos compró. Era un sentimiento de we did it. La sensación de verlas obras que antes viste en un libro es como un deseo cumplido. He ido más de cinco veces al Louvre. Y en el Museo del Prado están mis obras preferidas. Si voy allá, de todas maneras veré a Velásquez, seguro que a Las Meninas. Veré a Goya, y a El Jardín de las Delicias, de El Bosco. Son como paradas obligadas en cada museo. He vuelto varias veces a ver solamente esas obras. Siempre sigues descubriendo cosas y te puedes quedar horas de horas contemplando la obra.


ALonso Molina

201


ALonso Molina

202


203

LOS 100 MINUTOS ANTES DE LA VIGILIA DE JOSÉ TOLA

Pintor, escritor, artista, genio Para una portada de esta revista cogió un vidrio rectangular, trazó unas cuantas líneas amarillas y lo convirtió en un personalísimo vitral Tola. Cuando le propusimos esta entrevista, sugirió algo mejor: él iba a escribir. Nos asustó la idea, pero se lo concedimos porque es Tola. No pudimos haberlo hecho mejor.

Di: minuto. Despierto. Duermo. 9.59. Abro y vacío. Miro mi sueño. El Dormex. El Rivotril. El Cymbalta. El Remeron. El muro del cráneo contra la pared. Recorto mi sombra y la pego. Tiene sobre su rostro: KvF I. El río pasa. Indio. Indiana. The Hartley Elegies. Vuelvo a verte. Palpo. Endurezco el meñique y queda. Volteo a mirarte. Berlín. Nada. Nadie. Sobre el fuego escribo: Francis. Idelsa. Victoria Azul. Sigo. Duermo. La farmacopea. La astenia. Leo. Busco. Julián Barnes. Del loro de Flaubert. Ian McEwan. Martin Amis. Kazuo Ishiguro. Después. Quizás. Graham Swift. Hanif Kureishi. El de la lavandería. Buda. Me intrigan. Hoy. Berlín. W.G.M Sebald. Francia. P. Sollers. Francia-Paris. P. Quignard. No me gustan. Me intrigan. Otra vez. Dices. Cierro la puerta contra mis pulmones. Arsénico. Fósforo. Cianuro. Amoniaco. Prendo un cigarrillo. Apago la soledad tardía de los difuntos. 9.60. AM. I’m Crystal. Korea name is Ahn Sujeong live in Seoul, South Korea. Cruzo mi mano. Apago. [Prendo un cigarrillo]. Ato mi correa a su diminuta mano. Pulso. 9[.]70. Para que tú me oigas,

mis palabras se adelgazan como la huella de las gaviotas en las playas. ¿Nerud? Tiembla mi mano. Tiembla tu amor. Sobre mi cabeza. Pasa. Vuela. Me pregunto: Un. F-117. Nada en el radar. Caigo. Caigo del sueño. Del sueño a la vigilia. Para que tú me oigas. Repito. Repito. Sin ruido alguno, el silencio baja, peldaño por peldaño, la escalera. 9 73. Regresa. The reason why I write this letter, I’m very impressive and surprised of seeing your picture. [Sorry for my terrible english...]. I think that you are very gorgeous art worker. Marco el calendario. 981. I want to be your fan. La idea ida. Cruzo de lado a lado. Te miro. Miro. Miro mirarte. Mudo. Muda el tiempo la piel cansada. La víbora en la esquina. Muda. O. Sobre tu paladar, mi ceja. (¿Es usted? Is it you? Est-ce toi?) It goes back 1965 in Paris, left bank. I was sweet 16, blue eyes, dark hair. You seemed so adult but were what, 22. Zumbidos. Regresiones. Dfjb. Thabijr. GGjhgt-ñon- TAgASfur. 989. I recognize you. He was already there, the true artist you became. I am quite proud not to have been mistaken, back in 65, on the left bank of La Seine. Remember my name?

Cierro. Punto. Atajo. Atajo por la mirada oculta. Tu voz. Callas. 991. 991. 992. El viento frío de una fosa nasal termina al final del cerebelo. No. Nada queda. Suda mi memoria. Sudo yo. Cada cabello bebe. El sueño empieza a dormirse. Cada realidad. Cada. [Miento]. Zona franca. La baba. Su espesura. Cymbalta. Resotyl. Lugofage. 3. 3 Silimarina. Empiezo a contar. No puedo. Quiero. 993. 994. 995. 996. 997. 998. Otra vez 998. Ya. 999. Es el último instante. La novedad. Para que tú me oigas mis palabras. Todo mi ser. Se adelgaza. [Como]. Las huellas de las gaviotas en las playas. Para que tú me oigas. [Paréntesis]. Dejo a Hipnos. Miro. Miro tu piel. Tú. Tú desnudas el día para que yo despierte. A mi lado. En mi oído. Oigo. 100. Y amanece aunque Dios lo quiera o no. Hoy. Domingo 18. Setiembre. 2011. 100. UNO [1]. Vivo. Vivo. Huele a cutis. A jazmín. A limonada. [Prendo un cigarrillo]. El humo cae sobre la almohada. On. Luz. Es de día. Digo. Imagino. Miento. La luna está inmensa y sobre ella amaridorada tu verdeseo. Estoy despierto. Que desiderátum en esta pequeña bóveda en la que picotea. La gallinita ciega. Tu realidad enjuta.


204

CICCO. EL ESCRITOR KAMIKAZE AHORA LEE EL CORÁN

El creador del periodismo border es un kamikaze. Vivía antes de escribir. Fue actor porno, sepulturero y asistente de un campeón de box. una frescura inusitada, violenta y original.

Sus textos tenían

Su padrino intelectual fue Hunter

Thompson, el autor de Pánico y Locura en Las Vegas. Hoy se ha entregado al sufismo en su casa de campo a dos horas de la ciudad.

¿Cuán al borde estuvo

Cicco? O lo que es más inquietante, ¿será su última inmersión para un próximo libro sobre la religión musulmana?

Una visita a su casa en Lobos (Buenos Aires) por Manolo Bonilla


///bordes

205

CICCO, el

ahora lee el Corán Cicco, el argentino que fundó el periodismo border, es un kamikaze. Fue actor porno, sepulturero y asistente de un campeón de box. Porque la máxima del border es experimentar lo que uno escribe. Sus textos, plagados de humor e insolencia, tenían una frescura inusitada, violenta y original. Hoy se ha entregado al sufismo, la versión mística del Islam, en su casa de campo a dos horas de la ciudad. ¿Cuán al borde estuvo Cicco? O lo que es más inquietante, ¿será su última inmersión para un próximo libro sobre la religión musulmana?

Desde Buenos Aires, una visita de Manolo Bonilla

S

u barba es un enjambre y el gorrito no lo abandona nunca. Tiene la pinta de un profeta místico, alucinado, o de un poeta beatnik en la efervescencia de los setentas en Estados Unidos. Pero Emilio Fernández Cicco (el nombre completo de Cicco) está sentado en un café de Buenos Aires en la avenida Santa Fe un domingo por la noche y no está bajo el efecto de ninguna droga y no ha tomado un solo trago de alcohol. Sus maneras son calmadas, generosas y algo torpes. Llevaba en el bolsillo dos tabletas de dulce de leche (una para mi) y pidió un capuccino que bebió con tres cucharadas de azúcar. En el local nadie adivina quien es. Aunque tiene el aura de un rockstar en el mundo del periodismo, nadie se ha acercado a saludarlo. Nadie sabe que las tres primeras líneas de un texto suyo sobre la actriz Leticia Brédice es considerado el arranque más polémico que la revista Rolling Stone ha publicado. Allí consigna un placentero y peculiar medidor de la sensualidad de las famosas: masturbarse. Pero nadie se inmuta. Incluso dista mucho del chico de la portada de su libro, Yo fui un porno star y otras crónicas de lujuria y demencia. Entonces no asomaba la barba a lo Bin Laden ni el gorro. El mozo que se acerca con vasos de agua tampoco tiene idea que es el escritor que sabe casi todo acerca del

norteamericano Hunter Thompson. Pero es cierto. El creador del periodismo border, ese acercamiento crudo y descarnado a la realidad, el mismo que ha narrado orgías, efectos de drogas psicotrópicas y oficios bizarros no es el escritor desquiciado o maldito que uno podría imaginar. Tres días después, en su casa de campo a dos horas de la capital, se lo preguntaría y mencionaría a Sacha Baron Coen, el tipo de BORAT, uno de sus ídolos. «Es un loco pero es judío practicante. Todos los sábados hace el shabat, no toca electricidad y come carne kosher, pero ves sus películas y es un degenerado total. Pero lo hace porque es un tipo normal», explica Cicco. «Si uno es un loco las 24 horas al día pierde foco, el registro. Es lo que le pasa a Charly García y a otros locos del rock. El personaje te come la mirada». Pero volvamos al domingo del café en Santa Fe. Cicco acababa de visitar a su hija, que ahora vive con su madre. Me dice que también había comprado dulces de leche para ella. Entonces le suelto la idea que tenía para el titular de este artículo: ese impulso suicida del border.

A veces existen las cosas antes de nombrarlas. Digamos, ¿cuándo empezaron tus experiencias proto border? Con la serie de Oficios Malditos en la revista Noticias. Fui actor porno, enterrador de cementerio y asistente de un campeón de box. Quería contar un oficio que tenía mucho prejuicio y mística pero contarlo desde dentro. Así nació la idea de vivir la nota.

El periodista border se parece más a un kamikaze. La idea no es ser el periodista estrella, sino el que explota la escena, la tira por el aire y trata de descubrir en los restos lo que hay de verdad. Como la caja negra del avión: tiene que explotar para ver lo que tiene.

¿Alguna vez te quemaste por curioso? No, pero soy consciente que si quisiera hacerme el serio y hacer una carrera como político, cualquiera puede recuperar la escena que hice para la película porno y derrumbarme.

Pareciera que un apetito transgresor ha sido el combustible de tu oficio. Mi idea fue vivir y sacarme todas las curiosidades. Y el periodismo fue la manera de descubrirlas. Si quería probar una droga rara, la vivía por el periodismo. Si quería ir a una orgía, luego lo justificaba con una nota. Si quería conocer a un escritor maldito, hacía otra nota. Me gustaba experimentar y salir. Ese es el rol del periodista. El budismo zen dice que te tienes que meter en el agua y salir sin mojarte. Te metes pero no te involucras. Para ver qué onda y seguís tu camino. Trato de verlo todo como un marciano, viendo la humanidad sin prejuicios, con curiosidad.


206

///bordes

muchas veces por cable, en el canal Venus. Y cada tanto había un familiar que la veía. Primos, tíos, papás de amigos. ¿Y te sientes orgulloso de tu incursión? Entonces hacía pesas y estaba mucho mejor que ahora. Digamos que estaba en mi pico físico. Pero uno siempre se ve horrible. Fui con unos amigos porque se estrenó en cine. Eso fue gracioso: en la misma sala, las actrices, Víctor Maytland (el director) y mis amigos. Después de eso ya se te va cualquier tipo de vergüenza. Antes de despedirnos fuera del café de la avenida Santa Fe, Cicco me ha invitado a su casa en Lobos, una especie de Chaclacayo a dos horas de la capital. Lo visitaría tres días después. Le comenté emocionado que llevaría un pisco para tomar después de la entrevista. Su respuesta fue rotunda: «no, llevá tu si querés, pero yo ya no tomo». El periodista border me decía no a beber aguardiente. No tuve que repreguntar, mi cara era obvia. «Es que ahora soy sufi». El periodista border se había convertido al sufismo, la parte mística del Islam y la religión musulmana. Desde hace tres años, no toma, no fuma y no come cerdo. Reza tres veces al día y, me

estantes repletos de las lecturas preferidas de Cicco: Jack Kerouac, Charles Bukowski, Stephen King, P.J. O’Rourke, Günter Walraff y Chuck Palahniuk. En su cuarto, reserva otra colección solo reservada para Hunter Thompson y Gurdjieff, un místico ruso de inicios del siglo XX. Ahora eres un convertido al sufismo. ¿Cuán al borde estuviste para cambiar? Me pareció que es un género que para construir tiene que destruir, derribar una verdad que no es así. ¿Y derrumbaste la tuya? Llegué a un punto en que me preguntaba qué pasaba con mi espiritualidad y no podía siguiendo haciendo humor con eso. Hasta acá llegó mi humor y lo tuve que experimentar. Podría ser tu primera incursión bajo el agua de la que no has salido sin mojarte. Sí. O podríamos esperar un próximo reportaje border sobre el sufismo. Tengo la idea de escribir uno ¿Por qué me hice Musulmán? Que tiene que ver con el islam. De repente,

«Digamos que los placeres carnales los tuve y descubrí que no había nada ahí», cuenta Cicco. «Estuve con la gente más rica de Argentina y noté que estaban tan perdidos como cualquiera» Las escenas y escenarios del periodista Sí. Cicco fue un porno star de verdad. No solo era el título de su libro. Bueno fue extra en una escena. La película se llamaba Super Casting V. Había un sillón negro y nada más. El elenco: un matrimonio debutante en el género, un actor profesional y al final, Cicco que entraba a rematar la escena. «Solo entonces entendés que el porno es una coreografía tan válida como la de otro oficio. Distinguías por qué tal tipo es profesional, sabía de tiempos, cómo hacer gemir». Cicco recuerda, mientras come uno de los dulces de leche, que la mina era linda y que el único que tenía problemas de erección era el marido. «Yo había tomado un Viagra». ¿Era tu cábala personal? No, no. Nunca había consumido pero me había tomado mucho tiempo convencer al director para que me dijera “bueno, dale, vení a grabar”. Sabía que era periodista. Si yo no funcionaba ante cámaras iba a tener que esperar tres meses más hasta que filmara otra película y mi artículo se iba al tacho también. Lo gracioso es que de ahí me iba a entrevistar a un futbolista. Entonces, acabo rápido y me voy de la escena. Pero vuelvo porque había dejado mi ropa allí. En la película, se ve que regreso detrás del sillón y luego me voy. ¿Conservas la película? La tenía en VHS y la tenía en el sótano de la casa de mis viejos. Es gracioso porque luego la transmitieron

enteraría más adelante, piensa cuatro veces al día en su muerte. No es el instinto suicida del kamikaze, sino parte de su credo. Es más, ahora Cicco se llama Abdul Wakil.

Las versiones y conversiones de Cicco

Voy camino a casa de Adbul Wakil. En las dos horas de viaje releo las crónicas de Cicco en su libro. La vez que fue sepulturero, con el miedo que una pala golpee al muerto y no saber qué sentir. «Cuando los familiares no te miran porque encarnas la muerte», escribía Cicco, el mismo que ahora piensa con la muerte cuatro veces al día. También releo la crónica de la salvia divinorum, una planta que usan los chamanes en México, una especie de hongo psicotrópico. «La salvia es tan fuerte que no sabes si sos hombre, o sos mujer, ni de la gente que está alrededor o qué haces ahí. Es como si tu cuerpo fuera un traje que te lo probarás y te sentís incomodo». Pienso en la religión y en los convertidos. En aquellos que, antes del final de sus días, ven la luz y deciden evaluar su vida y tratar de cambiar, hacer borrón y cuenta nueva. Una reflexión que, en teoría, le llega a todos con la vejez. Pero Cicco tiene treinta y tantos. El viaje se hace corto cuando uno divaga. Cuando me recoge de la estación de buses de Lobos, en una bicicleta a contrapedal, Cicco lleva la misma barba y el mismo gorro. Su casa de campo es amplia, tiene piscina, un gran jardín, donde dos perros juegan a su antojo, una casa cómoda donde hay repisas y

mañana salga y lo cuente como una experiencia que pasó. Siento que hay algo con la espiritualidad. Digamos que los placeres carnales los tuve y descubrí que no había nada ahí. Estuve con la gente más rica de Argentina y descubrí que estaban tan perdidos como cualquiera. Me tocó entrevistarlos y no encontraron nada de verdad. Quizás una mejor televisión, una mejor mujer pero nada más. Claro, el libro indagaría en saber cómo me transforme de ser un tipo que hace una película porno y que prueba drogas y que hace el periodismo más atrevido de todos a ser sufí. ¿Tienes alguna hipótesis? No. Creo que si sós honesto para vivir todo sin ningún prejuicio vas a llegar al mismo camino. Y no digo que seas sufi. Pero sí es un camino espiritual. Los cuestionamientos existenciales vienen de viejo. ¿Te llegaron muy temprano? Se murió mucha gente cercana. Cuando estaba en Noticias, asesinaron a un fotógrafo amigo mío que conocía. Ese mismo año se suicidó otro fotógrafo y murió otro redactor por un paro cardíaco. Era chico y me tocó la muerte bastante cerca. Me dio la sensación de ahogo, saber que uno muere y no poder haber hecho lo que creía que era necesario. No haber priorizado bien las cosas. No te vas a llevar nada al más allá. La gente se muere y por un mal de amores, te puedes suicidar. Yo quiero sacarme todas las dudas en esta vida. Y ya, no voy a esperar más.


207


208


209

Por el colectivo Versus


210


211


212

///imperdibles

Imperdibles

1 Latinoamérica

2 Anaplastología individual Javier ha participado en treinta y siete exposiciones colectivas, algunas de ellas en el extranjero y desde el 2007 siete individuales. El reconocido artista plástica Javier Ramos Cucho presenta una muestra basada en la anatomía humana desde un acercamiento peculiar. El desmembramiento del cuerpo es la excusa para crear piezas que fusionan al hombre y las máquinas. Impacto asegurado. ¿Dónde? Galería del Barrio. Bernardino Cruz 148, Chorrillos. ¿Cuándo? La muestra permanecerá hasta el 27 de noviembre

presente

P

or segunda vez, René Pérez y compañía regresan a Lima antes que acabe el año para compartir escenario

con la ministra cantante Susana Baca. y además para celebrar con los peruanos el aniversario de la academia pre universitaria César Vallejo. No te lo pierdas! ¿Cuándo? Sábado 3 de diciembre ¿Dónde? Explanada del estadio San Marcos

3

Bolsas Clotilde Ayuda al planeta reciclando tus bolsas y además beneficiate tu ahorrando espacio. La propuesta se llama Clotilde “Bolsas de oro”, gallinas de tela con diferentes y divertidos diseños para guardar las bolsas del super mercado y reusarlas. Cuélgala en la puerta de tu cocina…¿Dónde? Encuéntralas en La Folie

◦◦ Some people say I have a death wish. That´s not true. I have a whole life wish. Pearl Jam ◦◦

4 // Lo nuevo

Catú Shoes Son la nueva sensación de la temporada. De taco cuña o en versión chata, Catu Shoes ofrece modelos de calzado en diversas combinaciones de diseño y color. ¿Dónde? Av. San Carlos 259, Surquillo

puro corazón Vestido corto estampado del diseñador Amaro Casanova. De patrones geométricos y colores cálidos, es la pieza ideal para andar con “la moda que no incomoda”.


213

85 // Gourmet

6 // Agenda

El lado oscuro de Chabuca Raíces afroperuanas presenta el primer recital musical teatral que explora la relación entre la mítica Chabuca Granda y lo afro. ¿Dónde? Auditorio “Los Inkas”. Museo de la Nación

PIACERE De pastas gourmets y estilo único, Piacere ofrece una carta de platos inspirador en la Buona Vita y bajo la tutela del reconocido chef Rodrigo Pastor. Perfecto para almuerzos, cenas y algunos tragos acompañados de un ambiente exclusivo. Se recomienda hacer reservación. Donde? Av. Salaverry 3100. y Av. El Derby 186, Monterrico.

Crónica de una Muerte Anunciada De Nueva York a Lima. Bajo la dirección de Jorge Alí Triana. ¿Dónde? Teatro Británico de Miraflores.

Limeñenses: La vida de 7 personajes, limeños tradicionales, es puesta en escena con toques de sarcasmo y humor. ¿Dónde? Teatro Ensamble. Av. Bolognesi 397, Barranco.

KEI FUENTE DE SODA Cupcakes, pasteles, bombones y tortas preparadas con recetas artesanales. Realizan pedidos especiales y cuidan hasta el mínimo detalle para hacer de cada dulce una experiencia especial. ¿Dónde? Henry Revett 259, Miraflores

Pudor, de Santiago Roncagliolo El escritor peruano nos vuelve a capturar con una serie de historias entrelazadas por el mismo tema: el sexo. Ambientada en nuestra ciudad. Encuéntrala en: Crisol


214

///imperdibles

8 La caprichosa

7 > ¿te gusta? bellevie y su

V

colección Ethnic Soul,

anessa Saba, Leonardo Torres Vilar, Norma Martínez, entre otros grandes se unen para dar vida a una divertida y emotiva obra “En la otra habitación” de Sarah Ruhl, dirigida por David Carrillo y nominada al Tony 2010 a Mejor Obra ara dar vida a una divertida y emotiva obra “En la otra habitación” de Sarah Ru. ¿Cuando? Del 29 de setiembre al 12 de diciembre ¿Dónde? Teatro Larco Av. Larco 1036 Miraflores.

collares de onda hippie y romántica. encuentralos en Atomika y chá chá showroom

so they can 9 Eatcena pro-fondos Programa creado por la fundacion internacional Global Volunteer Network, que apoya con nutrición y educación a niños huérfanos y con oportundiades laborales a mujeres vulnerables en Cusco. Dicho programa nos invita a participar en una gran reunion global pro-fondos con un buen ambiente. ¿Cuándo? Miércoles 23 de Noviembre a las 8:00 pm ¿Dónde? Restaurante Pescados Capitales

lavanda

Watch Ziiiro Ziiiro Celeste se olvida de las manecillas y nos propone una esfera en la que la hora será marcada por el color. // www.ziiiro.com/shop

10 My Head is a Mess Primera exposición individual del ilustrador Kapitan Ketchup. Con una combinación de estéticas retro, naif y coloridas, sus piezas gráficas estarán en exhibición y a la venta. Con la compañía musical del artista Amadeo Gonzales y Los Paltas, el evento se inaugurará este 17 de Noviembre. ¿Dónde? Morbo Galeria. Domeyer 223, Barranco

Como parte de su Exponatale, la tienda Dédalo presenta la expoventa de artistas estudiantes: una buena oportunidad de ver lo que se está haciendo, y descubrir nuevos creadores. Inaugura el 24 de noviembre y va hasta el 24 de diciembre. En Saenz Peña 295, Barranco.

11 Expo Estudio Arte

11

Cecimonster vs donka

Los chicos de esta banda de nombre mostro están recién llegaditos de tocar en Londres. Vale la pena aprovechar para chequear su disco “Solara”, que se puede encontrar en la web www.cecimonstervsdonka.com , y en La Cápsula, la tienda Gabba Gabba, Music Prad y en Moving.


215

// En Vitrina

// 212 vip men Nueva fragancia masculina de Carolina Herrera, 212 VIP MEN bajo el lema: “No vayas a ninguna fiesta, se tú la fiesta” Con ella se desea resaltar la actitud y elegancia de los hombres de New York.

// INNOVACIÓN con EUCERIN HYALURON-FILLER Hyaluron-Filler Concentrate, maximiza el efecto rellenador, logrando en cuatro semanas disminuir visiblemente las arrugas más profundas, obteniendo una piel notablemente más joven. Consulte a su dermatólogo.

// El panetón gourmet Panetón peruano amasado con 100% mantequilla, tal como lo hacen los mejores en Italia, los Panettones Bianchi son su mejor elección. El perfecto equilibrio de sus finos ingredientes le da mayor suavidad y un sabor intenso Dónde? De venta exclusiva en Wong y Metro.


216

///dixit

Muletillas extranjeras En las páginas de AS desfilaron escritores, artistas, cantantes, dibujantes y hasta toreros de otros lares que sellaron su aparición impresa con frases para la posteridad (o hasta el cierre del siguiente número). Compartimos con ustedes una caprichosa selección.

Beyoncé

«Alguien más que se apodera de mí cuando subo al escenario. Sasha Fierce es una versión más fuerte de mí». (Ex Destiny’s Child, ébano, bombón)

Daniel Estulin «Se dijo que los documentos de Wikileaks eran reveladores, pero qué de revelador tiene saber si Hugo Chávez se tira un pedo o si mengano es un borracho». (Ex KGB, bestseller, conspirador)

Cayetano Rivera

René Pérez «No es que no me guste la política pero creo que hago mucho más en la música. Mis mensajes llegan mejor con las canciones».

«Yo soy torero antes que modelo. El modelaje es algo que me gusta, pero no es mi profesión».

(Residente, latinoamericano, 13)

(Modelo, mataor, hijo de Paquirri)

Miley Cirus

Alberto Montt

«Cuido bastante mi vida privada, no cuento con redes sociales, no voy a decirle al mundo lo que estoy haciendo».

«Soy un tipo que dibuja las idioteces que tiene en la cabeza, algunas más cuerdas que otras, pero comunes a muchos».

(Ex Hannah Montana, teen, Disney)

(Chileno, Dosis Diarias, ama a Mafalda)

Alberto Fuguet

«El verdadero escritor es el que hace que alguien se sienta menos solo, el que entra a tu casa, a tu cerebro y que, en cierta medida, se vuelven parte de ti». (Chileno, Cineasta, MacOndo)

Alan Pauls

«No entiendo por qué los periódicos salen todos los días con setenta páginas. La realidad no produce tantos acontecimientos para llenarlas». (Argentino, escritor, antimaradoniano)


Revista Asia Sur - Edición Nº 100  

Revista Asia Sur - Edición Nº 100

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you