Page 1

#160

Andrea Llosa se viste como quiere La diseñadora presenta su última colección en Perú Moda

Travesías de un jinete La increíble historia de lucha de Max Woodman

Especial Arquitectura Tres profesionales del diseño revolucionan vidas con sus creaciones

03 de Marzo 2012 /// Bruno Ascenzo

18 de Abril de 2014 Carlos Alcántara

S/.20 #160

Carlos Alcántara

El cambio de piel de un actor taquillero


Bitácora

Por Alfredo Pomareda / Editor de contenido

Tengo miedo Cuando la paranoia invade el cerebro de un periodista que se preciaba de temerario

T o d o s tienen miedo, o casi todos. Algunos lo sienten, otros lo cargan, y también están aquellos que no dudan en contagiarlo. Yo tengo miedo a morir, a que me maten. No ha sido siempre así. Lo natural era el arrojo. Llevo más de diez años como periodista, y he cubierto terremotos, masacres, operaciones policiales en el Vraem, y ese tipo de escenas que muchos considerarían de riesgo. Aun así, no tuve miedo. Un nativo ebrio me colocó el cañón de un fusil entre las cejas y, antes de tener miedo, me llené de ira. Será que el tiempo nos hace más cobardes. Será que después de muchos años tengo un plan para mi vida y entonces tengo miedo a que, de pronto, alguien me lo arruine. Cada vez que manejo y veo a un motociclista que, a mi juicio, es sospechoso de sicariato, acelero. Luego el motorizado me alcanza en el rompemuelle, y, tristemente, me doy cuenta de que se trataba del encargado de llevar el delivery a alguna familia hambrienta de pizza. Respiro hasta el próximo semáforo hasta que aparezca en mi vida de piloto otro hombre de casco y casaca de cuero. De pronto la paranoia. He sido reportero de televisión varios años, y en muchas ocasiones he experimentado situaciones peligrosas. Ahora estoy detrás de la pantalla y me doy cuenta del riesgo al que me autosometía cuando estaba ahí, en la calle. Además de editar esta revista, soy el productor periodístico de un programa dominical que aborda la realidad más dura: los crímenes pasionales, los asesinatos por encargo, la ola de robos al paso y todo lo que sucede afuera. En el programa tratamos de dar un mensaje a todo lo que emitimos. Pero detrás del mensaje, el mismo problema: Lima, cada vez, es una ciudad más peligrosa. El mundo es un peligro, menos Suiza. Pero Suiza es demasiado aburrida. Tengo un gran amigo que casi muere de la depresión durante su estadía en Suiza, simplemente porque no pasaba nada. No había acción. Durante este año, en algunas ocasiones, cada vez que llegaba a casa me tomaba el tiempo para reflexionar luego de una corta y reparadora ducha fría. Pensaba si la vida solo se trata de supervivir. ¿Cómo torcerle el brazo a los temores cotidianos? El miedo es un animal que no se puede domesticar. Por más que trato, aún no resuelvo mi lío cerebral con los motociclistas que alucino asesinos a sueldo. Tengo tres chapas y un cantol que aseguran la puerta de mi departamento. Vivo con mi soledad, y creo que solo en ese lugar podría dormir con tranquilidad. Antes todo era diferente, pero estoy creciendo y cada día olfateo más el peligro. Como en el caso de Carlos Alcántara, nuestro personaje de portada para esta edición, convivo con el miedo. Él teme a muchas situaciones. A morir, claro que sí. A ver sufrir a su hijo. A interrumpir sus planes de internacionalización. Uno de los primeros libros que leí, a conciencia, me lo dio mi padre: EL MIEDO A LA LIBERTAD, de Erich Fromm. Tenía solo 13 años, y ahora que lo reviso, intento usar la tesis de Fromm para resolver mis temores. Este psicoanalista alemán decía que el mayor de los miedos es el de decidir sin prejuicios. Que la sociedad y sus fenómenos nos empujaban a protegernos de todo. Y así no se puede estar bien. Fromm hoy no me sirve. Quizás mañana. Hoy, como Alcántara, le tengo miedo al hecho de desaparecer.

+18


Índice

EL OTRO ALCÁNTARA El versátil actor Carlos Alcántara encarna a un sicario en su última película. En Perro Guardián, el actor explora la sordidez y la soledad. A partir de este papel, Alcántara intenta alejarse de la comicidad para asumir plenamente una carrera que a veces considera contra el tiempo.

58 72 54

+20

UNA APUESTA POR EL TERROR El director Frank Pérez Garland viajó a Tarapoto en el 2006 y regresó interesado en una historia que le contaron allá: una joven limeña que enloqueció en la selva. Después de ver con minuciosidad cada una de las películas cumbres del terror, ahora presenta La cara deL diabLo, su primera incursión en este género.

PASOS DE UN JINETE Max Woodman nació con las plantas de los pies mirándose una a otra. Una enfermedad que –se supone– lo obligaría a vivir arrastrándose con las rodillas. Pero tras años de consultas médicas de las que su madre salía llorando de impotencia, apareció un ex cirujano de guerra que le permitió a Max ser ahora el bicampeón nacional de saltos ecuestres.

EL HOMBRE DEL ESTÉNCIL Blek Le Rat, reconocido como el padre del esténcil grafiti, llegó a los 61 años a Lima para el Puma Urban Art, pero fue en una vieja y deteriorada quinta del centro de Lima donde sintió que su arte lograba su objetivo poético.

42 46 64

LA GALERISTA A poco de cumplir dos décadas con su galería, Lucía de la Puente ha decidido poner sus esfuerzos en llevar a los artistas al ámbito internacional. En un medio artístico que crece cada vez más, ahora –dice– es fundamental crear lazos entre artistas y galerías.

AROMA PUNK Después de ocho años en España, la diseñadora Andrea Llosa se aleja del glamour de las pasarelas para dotar de un aire fresco a la crudeza de la moda punk. «No busco que a mi clienta se la vea como la más regia de la fiesta. Estoy buscando que se vea linda sin esfuerzo», dice. Ahora encarrila un nuevo proyecto que tiene el objetivo de ayudar a las víctimas del friaje en Cusco y Puno.


HP recomienda Windows 8.

Todas tus tareas estarán listas con el control de tus dedos. La HP Pavilion 10 Touch Notebook impulsada por el Procesador Acelerado AMD A4-12001 te permite utilizar fácilmente tus aplicaciones favoritas en la pantalla táctil HD2 de 10.1”. Además, gracias a su diseño delgado y ligero puedes trabajar donde sea y cuando sea hasta 5 horas sin tener que recargar la batería,3 y actualizar tu contenido más importante en la nube.

Con Office Home & Student 2013 ya incluido.4

Pantalla táctil.

HP Pavilion 10 Touch Notebook

HP Connected Photo

El sistema de numeración de AMD no es una medición de velocidad de reloj. El procesamiento de núcleo doble/múltiple con la tecnología AMD está diseñado para mejorar el rendimiento de este sistema. Dada la amplia gama de aplicaciones de software disponibles, el rendimiento puede variar. 2 Se requiere contenido de alta-definición (HD) para visualizar imágenes en HD. 3 La duración de la batería variará en función del modelo del producto, la configuración, las aplicaciones cargadas, los recursos, el uso, las funciones inalámbricas y la configuración de la administración de energía. La capacidad máxima de la batería se reducirá naturalmente con el tiempo y el uso. Para obtener detalles adicionales, consulte: bapco.com. 4 Se requiere un servicio de internet y no está incluido. Los recursos opcionales se venden por separado o como adicionales. © 2014 Hewlett-Packard Development Company, L.P. La información que contiene el presente documento está sujeta a cambios sin previo aviso. HP no es responsable de los errores u omisiones de carácter técnico o editorial que pueda incluir esta información. Todas las otras marcas comerciales son propiedad de sus respectivos dueños. 1


Nosotros

Staff

Directora editorial Ximena Espinosa Morey xespinosa@asiasur.com Editor de contenido Alfredo Pomareda apomareda@asiasur.com Subeditora María Jesús Zevallos mzevallos@asiasur.com Redactores Pablo Panizo / Raúl Lescano Rodrigo Alomía / María Alejandra López Editor fotográfico Alonso Molina amolina@asiasur.com Fotografía Santiago Barco / Augusto Escribens Dirección de arte y diseño gráfico Estudio Viringo Diagramación Katia Carrillo / Jenifer Boza Diseño de sociales Laura Arauco / Karina Quesada Editora de sociales, PR y eventos Nicole Bazo nbazo@asiasur.com Asistente de sociales Michaela Salazar Productora general Micaela Payet mpayet@asiasur.com Productoras ejecutivas Pía Gonzales-Vigil pgonzalesvigil@asiasur.com Mariana Chamot mchamot@asiasur.com Asistente de producción Luciana Gamio Coordinadora de medios digitales Claudia Berríos cberrios@asiasur.com Diseño web David Arana Diseño comercial Aleks Dávila / Álvaro Rubiños Helpdesk Anthony Montes Columnistas Jeremías Gamboa / Pamela Rodríguez Escríben en esta edición Diego Salazar / Eduardo Cornejo / Ornella Palumbo / Gloria Ziegler / Manuel Eráusquin Fotografían en esta edición María Belén Panizo / Gabriela Morales / Gabriela Pinto Jordan Risce / Diego de la Vega / David Campos Sebastián Incio / Gianmarco Castillo / Daniel Rodríguez Correción de estilo José de la Cruz Retoque fotográfico Nadir Cárdenas / Miguel Ángel Gutierrez

Gerente general Luis Marcelo Indacochea lmindacochea@asiasur.com Directores Luis Marcelo Indacochea / Martín Bedoya Juan Carlos Tassara / Jorge Ruiz / Alfonso Bernós Gerente comercial Ivette Johnson ijohnson@asiasur.com Asistente de marketing Cristina de la Piedra cdelapiedra@asiasur.com Analista comercial Nilton Sánchez Ejecutivas de ventas Mónica Cordero / Karen Bernós / Andrea Mayo Bárbara Anaya / Andreea Miclea / Aurora Petterman Ana María Calienes / Dianina Hernani / Paula Maldonado Jefe de distribución Carlos Tantaleán Distribución Jaime Mora Administración María Isabel Pozo / Fiorella García Gian Sessarego / Raúl Ramírez Auxiliar administrativo Christian Checa Contabilidad Elisa Valdivieso Publicidad ventas@asiasur.com N: (99) 401*4124 Colaboradores Rossella Alberti / Lily Morey / Juan Carlos Fisher / Mosi Muñoz Patricia Vega / Rochi Del Castillo / Javier Tolmos / úrsula Vega Gabriella Porcari / Sensorial Films / Kuna Foto / El clóset de mi hermana Meche Correa / Den Távara / Moda & Cia / Lola / Leyton Photo Studio Agradecimientos De Boca en Boca Magazine / Librería Sur / Isadora / Paola Chiarella Sono Salón / Den Távara / Moda & Cia / Zapatos Lola / Purple Haze Ermenegildo Zegna / Salvatore Ferragamo / Adolfo Domínguez Tennis / Freshpomme / Dolce Vita / Genari Ruvas / Jazmín Chebar Anna Sui / Marc Jacobs / Zara / Steve Madden

Hecho el Depósito Legal en la Biblioteca Nacional del Perú Nº 2003-7020 Editado por Revista Asia Sur S.A.C. Calle Enrique Palacios 335 Of. 503-504, Miraflores Impreso en Industria Gráfica Cimagraf S.A.C. Psje. Sta. Rosa Nº 220, Ate, Lima. Abril 2014 Asia Sur es una revista de actualidad, cultura y entretenimiento dirigida a mayores de 18 años cuyos anunciantes se sujetan a las disposiciones legales vigentes en materia de contenidos publicitarios.

Próximo especial:

DÍA DE LA MADRE Cierre: 22 de abril Publicación: 1 de mayo Contacto: ventas@asiasur.com Nextel: (99) 401*4124


El arte de la fuga

Por Jeremías Gamboa

Una vida en el teatro

Ha dedicado demasiadas horas a malgastar su cerebro pensando inútilmente en casi todo lo que le ocurre. Escribir libros de ficción o columnas como esta le han permitido encontrarle un sentido a tan absurda actividad. Acaba de publicar su primera novela.

O qué sucede cuando ves tu vida pasar frente a un escenario

Recuerdo perfectamente la primera vez que entré a un teatro a ver una obra. Tenía 19 años, y como era más pobre que una rata había imaginado que jamás podría entrar a uno, al menos no en el corto o mediano plazo. Si lo hice fue porque una amiga de la universidad de aquellos años –Alejandra– había llevado el taller de actores de Roberto Ángeles a la par de nuestras clases, y terminó seleccionada para actuar en ¿Quieres estar conmiGo?, una obra que el mismo Ángeles escribió junto con Augusto Cabada y que estrenó en 1988 con tal éxito, que ahora –digo, en esa temporada de 1994– volvía a montar en el teatro Británico. Yo le caía lo suficientemente bien a Alejandra como para que un día me invitara. Me contó que tendría que ir a la boletería del teatro y dar mi nombre, y eso era todo. Le dije que encantado. El teatro era para mí un amor completamente idealizado. De niño había ganado un concurso de actuación en mi colegio y había escrito un par de dramitas adolescentes, pero jamás había visto una obra real en mi vida. Mi experiencia se circunscribía a ver por televisión los programas de teatro de Pepe Vilar antes de que me venciera el sueño. No recordaría ni escribiría nada de esto si no fuera porque hace poco fui a un nuevo estreno de esta obra de Ángeles, esta vez dirigida con gran sentido de la oportunidad por Sergio Llusera en el Museo de Arte de Lima. Ver la misma obra una vez más, veinte años después de aquella primera vez, me hizo entender muchas situaciones, entre ellas por qué estamos ante un auténtico clásico del teatro peruano que triunfa en cada una de sus reposiciones. Sucede que más allá de las circunstancias de la generación de la que se ocupa –la de los nacidos en los sesenta, crecidos en el colegio durante la dictadura de Velasco y lanzados al mundo académico y profesional en los ochenta de la precariedad, de la inflación y del terrorismo– no deja de abordar asuntos comunes a todas las generaciones: la ruptura de las esperanzas adolescentes, el desencuentro entre las expectativas juveniles y el saldo final que arroja la adultez, el tránsito de la transparencia de los primeros amores al barro de la pasión adulta, de la utopía al desencanto. Pero había algo más vertiginoso en esa función de estreno en el Mali, algo así como el efecto de una estructura en abismo. Porque mientras los personajes de la obra

+24

crecían de escena en escena, se hacían hombres y mujeres y se oponían o transaban o se adaptaban a los cambios del país, a mí me era posible verme revisar mi vida desde el momento en que tuve 19 años, y me senté en esa butaca de ese teatro miraflorino lleno de sueños, esperanzas y la misma ansiedad de los personajes de la obra de Ángeles. ¿Qué había pasado en estos veinte años? En ciertos parlamentos –sobre todo los que le tocaban a Igor, el aspirante a escritor que aquella vez interpretó Carlos Carlín, y esta vez Óscar Meza– reconocía mi risa de veinte años atrás y también mis anhelos, y me pareció que en el momento final, cuando los chicos reproducen el baile de promoción, podía verme mirando el escenario aún de adolescente y reconocer a mi amiga Alejandra tras la sombra de la actriz Vera Castaño, todavía inmóvil ante un teatro lleno que aplaudía a rabiar. Pasó mucho tiempo desde aquella noche iniciática, y todos crecimos. Con los años, tras acabar la universidad, empezaría a ver teatro: primero como bisoño periodista cultural, luego como simple espectador y después como escritor encargado de una página de reseñas teatrales. Para entonces ya era muy amigo de un dramaturgo y director de teatro, de modo que seguí muy de cerca el movimiento de un circuito que se expandía y diversificaba, que ofrecía obras espléndidas con las que me sentí conmovido y también perturbado, y que me convencieron de que no me equivoqué cuando de niño creí que el teatro era mi primer amor. Debo confesar, sin embargo, que difícilmente alguna experiencia ha alcanzado el nivel de encanto que tuvo para mí aquella función casi mágica de 1994. A veces la vida es tan increíble como una comedia. Recuerdo que aquella noche lejana tuve que vencer mi propia timidez para entrar al camerino a saludar a mi amiga sin sospechar siquiera que una de las actrices que la habían acompañado en escena sería mi pareja y la persona con la que más teatro vería en toda mi vida; una chiquilla en su primer papel que por entonces soñaba con ser actriz, y que luego escribiría obras y también las dirigiría, y que después de esa temporada cultivaría una amistad de roble con Alejandra, y que aun ahora me hace llevar encargos para ella y para su hijo las veces que he viajado a Barcelona, donde ambos viven. Después de casi veinte años puedo decir que el teatro nos ha unido finalmente a todos.


www.paraiso-peru.com

Nueva colecCIOn 2014

ZEBRA

3 sensaciones unicas para ti

CON ALGODÓN ORGÁNICO

H IG H R

POCKET

Sensación

Tela tejido de punto con algodón orgánico que otorga una incomparable sensación de tersura.

E SILI E N C E

(ALTA RESILIENCIA)

Soporte

Tecnología de resortes Pocket que anula la transmisión de movimiento.

Confort

Espuma Zebra de alta resiliencia.

GREEN FACTOR

Eco-amigable

Espumas Zebra elaboradas con insumos naturales.


Backstage

Fotos de María Belén Panizo

La elegancia de un payaso

Carlos Alcántara llegó a la sesión de fotos con algo de miedo. A pesar de que le encantan los perros, el par de gran daneses que lo acompañó durante las tres horas de jornada fotográfica no dejó de intimidarlo. Entre foto y foto bromeaba: “y si se vuelven locos y me muerden la cara”. Pero los perros eran muy pacíficos. Es más, se acostumbraron tanto a él que casi uno de ellos termina como su mascota. A cada foto, gastaba una broma. Por ratos parecía volver a ser el Cachín que todos reconocen. Lo contrario sucede con el personaje que protagoniza el actor en la película Perro Guardián. En el filme encarna a un sicario que asesina terroristas en el intento de buscar una justicia que él y sus demonios interiores han dictado. Con esta entrega, Alcántara quiere quitarse el lastre de actor cómico, por eso se sintió muy motivado con la dirección de fotografía que se había propuesto para esta edición de la revista. Adiós a la nariz roja.

+26


Instantáneas / Música

Por Pablo Panizo

Dream team cumbiero Después de dar la vuelta a Europa con más de veinte conciertos y regresar a Lima para presentar su primer disco Tigres en fuga frente a cientos de jóvenes en Barranco, es definitivo que los integrantes de Cumbia All Stars, con más de cuarenta años de experiencia musical, no pierden vigencia. Quizá hace diez años no, pero hoy es extraño pensar que alguien no haya oído hablar de bandas como Los Mirlos, Compay Quinto, Juaneco y su Combo, Los Diablos Rojos o Los Destellos. Ahora bien, si escucha por primera vez el nombre de Cumbia All Stars, seguramente no será la última oportunidad en que se lo tope. Y si ya lo escuchó antes, no es casualidad. Para un tiempo como el de hoy, cuando los peruanos hemos redescubierto el exquisito sabor de la cumbia psicodélica que dominó la escena musical en los setenta, esta agrupación es una fórmula infalible: siete leyendas de la cumbia –integrantes de las míticas bandas ya mencionadas– tocando La primavera triste, Quiero que amanezca, La danza del barrigón y otros temas consagrados en el universo de nuestra música popular. No exageramos si decimos que a quienes escuchamos cuando ponemos play a Tigres En Fuga, el primer LP de Cumbia All Stars, es a muchos de los músicos que forjaron la cumbia psicodélica entre la belleza de la selva y la marginalidad de la Lima de los migrantes, y la convirtieron en un género único, con nombre y apellido. Sin saxos, pianos o trompetas, este disco presenta lo que para el sexagenario vocalista Lucho Carrillo [reconocido por su paso por Los Diablos Rojos] es la más pura cumbia clásica: bajo, dos guitarras, timbales, conga, bongós, batería y voz. Exploradoras y rebeldes, las guitarras son sin duda las principales responsables de que el adjetivo psicodélica acompañe al sustantivo cumbia, algo evidente en temas como Manzaneando –incluido en el disco y original de Man-

Playlist

Ediciones de lujo recién salidas del horno.

+28

zanita y su conjunto– , en el que las guitarras de Lucho Reyes y Fernando Díaz Loli son un lujo del género. «¡Eso!, ¡toma!, ¡dale!» se escucha cuando Carrillo canta. «Es la misma cumbia de siempre, pero más ahuaracheadita, con más sabor, al estilo Cumbia All Stars», explica. Quizá esa picardía en el micrófono sea el único cambio que podemos encontrar entre el sonido de las emblemáticas bandas setenteras y el de Tigres en Fuga, un estilo que puede atribuirse al gusto de muchos de los integrantes de la banda por la salsa. Sobre el escenario, sin embargo, la fórmula funciona. En marzo pasado, la banda presentó su disco en una abarrotada discoteca barranquina, frente a jóvenes que no habían siquiera nacido cuando Los Mirlos o Juaneco y su Combo ya llenaban coliseos. En tres años juntos han visitado nueve países de Europa, y han tocado no para las colonias peruanas, sino para miles de personas que recibieron la cumbia como el secreto mejor guardado de la lejana Latinoamérica. ¿Acaso la cumbia selvática es capaz de enamorar más allá del tiempo? Puede que la sensación de ver sobre el escenario a diestros músicos con seis décadas encima, tocando con una energía digna de envidia, también atrape al público. Para Carrillo es un poco de ambas. «Conservamos el acervo de la verdadera cumbia. Nos movemos, ponemos lo mejor de nosotros y tratamos que esta cumbia sea sabrosa. Somos unos viejitos sabrosos».

Live at the Jazz Café [2014] D’Angelo

Goodbye yeLLow briCk road [2014] Elton John

MiLes at the fiLLMore [2014] Miles Davis

Es todavía un misterio el porqué D’Angelo se ocultó de los escenarios y estudios después de Voodo [2000], su aclamado segundo álbum. Para consuelo de sus seguidores, casi veinte años después de su más famosa presentación en Londres, vuelve al mercado el LiVe at the Jazz Café en una reedición que recuerda la noche desde su inicio hasta los aplausos finales.

Sin duda el disco que, allá por 1973, consolidó la figura de Elton John. Un LP doble en el que el británico pasea por baladas, rock duro y glam pop, y deja para la historia canciones memorables como Benny and the jets, Saturday night’s alright for party o aquella con la que rindió tributo a Marilyn Monroe y, años más tarde, a Lady Di: Candle in the wind.

Cuatro noches de Miles Davis en el Fillmore East de Nueva York, en una gloriosa banda junto a gigantes de la talla de Chick Corea, Dave Holland o Keith Jarrett. Después de 44 años, las grabaciones inéditas de esas noches

vieron la luz en una edición de colección con casi dos horas de jazz.


Instantáneas / Letras

Por Raúl Lescano

Expedientes confidenciales En Mis docuMentos, el primer libro de cuentos del chileno Alejandro Zambra, el escritor escarba dentro de sí y juega a ser un personaje literario plagado de turbaciones que recorren hechos cruciales de su vida.

Mis docuMentos es el primer libro de cuentos del escritor chileno Alejandro Zambra. Comienza con un hombre que recuerda que, de pequeño, encuentra su afición cuando empieza a creer «de manera ingenua, intensa y absoluta» en la literatura. Esa ingenuidad e intensidad lo llevan al punto de concebir a su padre como una computadora, a su madre como una máquina de escribir y a él como un libro por escribir. Esta interpretación de su familia es un anticipo de la omnipresencia de la literatura en la trama de los siguientes diez cuentos. Un conjunto que funciona también como una novela de once capítulos donde los personajes pueden ser también uno solo (Zambra), y que va creciendo y madurando a la par que reflexiona sobre el lenguaje y las palabras que determinan en cierta medida ese libro que es su vida. No se trata de una reflexión literaria para literatos. Si por algo Alejandro Zambra ha sido halagado y criticado es por su sencillez: una narrativa

minimalista, un humor sutil y muchos guiños autobiográficos. En este libro recuerda, por ejemplo, el asalto sufrido junto a su novia, los intentos por dejar de fumar, el padre dedicado a la computación y las disquisiciones literarias. Como ha señalado el escritor argentino Patricio Pron, si Zambra habla de la vocación literaria, del poder de las historias o de la injerencia de las palabras, lo hace con historias de vidas insignificantes o rotas. «Escribir es podar el ramaje hasta hacer visible una forma que ya estaba allí, agazapada», escribió en no leer (2010). Por eso no se trata de un libro de ensayos sobre literatura, sino de historias. Historias de un hombre que crece viendo a sus padres escribir, tratando de comprender sermones religiosos, trabajando como un operador telefónico nocturno y dictando clases de escritura a personas mayores que él, percatándose de cómo una mínima irrupción en el correo electrónico de la pareja puede traer abajo una relación o cómo el arduo intento por dejar de fumar es como cambiar la puntuación

de un relato. En el libro, el personaje (que se hace difícil saber cuándo es Zambra y cuándo no) dice: «soy un corresponsal, pero me gustaría saber de qué». En una reseña del diario chileno The Clinic le respondieron: «Zambra es un magnífico reportero de lo cotidiano, de la ansiedad de todos los días». «Creo en la larga y silenciosa forma de comunicación que permite la literatura», dijo Zambra a la revista Granta cuando esta lo eligió uno de los veintidós mejores escritores en lengua española menores de 35 años. Zambra sabe de lo que habla porque, en realidad, nunca pensó en ser escritor. Lo que él quería era leer: comunicarse en silencio. Esa pasión por la lectura lo ha llevado a escribir reseñas en El Mercurio, La Tercera, Letras Libres. Ahora, después de dos libros de poesía, tres novelas y dos de crítica y ensayos, los cuentos de Mis docuMentos son justamente un repaso silencioso, detrás de tramas entre la realidad y ficción, de las inquietudes cotidianas de Zambra.

Dos más de Alejandro Zambra Bonsái

[Anagrama, 2006] Condenado a la seriedad y a la impostura, Julio, el silencioso protagonista de este libro, acaba convenciéndose de que es mejor encerrarse en su cuarto a observar el crecimiento de un bonsái que vagar por los incómodos caminos de la literatura. Un relato vertiginoso marcado por la inquietante desaparición de una mujer. A este libro, que se tradujo a ocho idiomas, se le considera casi la invención de un nuevo género: «la novela bonsái».

+30

Formas de volver a casa [Anagrama, 2011]

Esta es la tercera novela que publicó Zambra. Una historia ambientada en la dictadura de Augusto Pinochet. A partir de un niño de nueve años se cuenta la historia de dos generaciones de chilenos, la que empezaba a leer y escribir, y la de los padres que se volvían cómplices y víctimas del régimen. Esta novela fue ganadora del Premio Altazor y del Premio del Consejo Nacional del Libro de Chile en el 2012.


Instantáneas / Cine

Por María Alejandra López

El universo negro de los Coen

Balada de un homBre común, la película más reciente de los hermanos Coen, presenta a un músico tratando de sobrevivir una mala suerte innata. Una fórmula que parece funcionar para el dúo de directores.

¿Qué tienen en común un guionista que no encuentra inspiración para escribir, un ex convicto que decide secuestrar a un bebe y un veterano de la guerra de Vietnam perseguido por un asesino psicópata? Todos ellos son personajes que cobraron vida en un largometraje de los hermanos Coen, los directores conocidos como «el monstruo de dos cabezas»: juntos escriben, producen y dirigen películas con una gran dosis de la estética noir que los caracteriza. Esta fórmula, inspirada en el cine negro de los cuarenta, un género que se especializó por la iluminación en claroscuro, fronteras difusas entre buenos y villanos, y una sociedad que amenaza al protagonista de cada película con un comportamiento hostil, se repite en Balada de un homBre común [2014], la última entrega del dúo. Un cantante de folk neoyorquino lucha por ganarse la vida como músico y solista. Llewyn Davis [Oscar Isaac] es el protagonista de esta historia que se llevó el premio del jurado de Cannes el año pasado. El ambiente musical de los sesenta supone una disyuntiva para el artista, quien se debate entre utilizar la música como su medio de expresión y libertad, o convertirse en una pieza más del mercado musical, y someterse a los requisitos de las industrias discográficas. Al mismo tiempo intenta recomponerse de la muerte de su compañero de duetos musicales. Esta sinopsis personifica la influencia de los Coen, artífices de la nube negra que acompaña a sus personajes. «La cosa es así: tomamos todo lo malo que podría habernos pasado a

COEN de colección Dos películas clásicas del dúo estadounidense

+32

nosotros y se lo trasladamos a él. Nosotros tenemos más suerte que él», comentó Ethan Coen al diario inglés The Independent. En Balada de un homBre común, la estética visual está bastante marcada con influencias características del noir. La pieza clave para lograrlo fue el director de fotografía Bruno Delbonnel, conocido por su colaboración en Amélie [2001] y famoso por presentar sus imágenes en un estilo pastel. En la película de los hermanos Coen, la fotografía preponderante es azulada y gris, mientras la iluminación principal es el claroscuro. Estas técnicas permiten al espectador adentrarse en los dilemas psicológicos del personaje y someterse al ambiente melancólico del guion de los Coen. Los hermanos utilizaron recursos visuales y un guion que los define perfectamente. Sería inusual que el espectador no sienta la disyuntiva de cuestionarse si el ambiente caótico neoyorquino –con sus metros, calles, bares, conciertos y personajes– conspiran contra Llewyn, o si es él mismo quien se sabotea con sus acciones. La creación de personajes que no se sitúan completamente en un perfil del bien o el mal es una pieza primordial del cine noir, que además presenta situaciones que oscilan entre la gracia y, sobre todo, la desgracia. La historia inicia con Llewyn buscando al gato de sus amigos, llamado Ulises, que él mismo dejó escapar de casualidad. El nombre no es una coincidencia; la historia es una verdadera odisea para el personaje principal. s

BARTON FINK [1991]: Una de las películas más célebres de los Coen cuenta las dificultades del escritor Barton Fink por escribir un guion sobre el luchador Wallace Berry. El guionista sufre un agudo bloqueo mental, y una serie de circunstancias adversas hacen que se sienta cada vez más incapaz de afrontar su trabajo.

THE BIG LEBOWSKI [1998]: El Nota [Jeff Bridges] es un vago que vive en Los Ángeles, y un día es confundido por un par de asesinos como el millonario Jeff Lebowski. Por ello el protagonista iniciará una búsqueda desesperada por encontrar al magnate. Destacan las actuaciones de Julianne Moore y el fallecido actor Philip Seymour Hoffman.


c.c. larcomar

c.c. CAMINOS DEL INCA

c.c. EL POLO

c.c. JOCKEY PLAZA

c.c. LA RAMBLA

c.c. REAL PLAZA TRUJILLO


Instantáneas / Culinarias

Por Rodrigo Alomía

La tradición del gusto Desde hace poco más de un mes, Dánica ha abierto un nuevo concepto entre sus ya conocidos restaurantes: un café ubicado en el Centro Comercial El Polo, de sabores italianos y peruanos.

Fotos: Santiago Barco

En la tradición siciliana, el hermano menor de un hogar cumple un rol importante cuando de gastronomía se trata, pues es este quien heredará las recetas de la familia y las hará prevalecer en las generaciones siguientes. Así, existen platos con más de cien años de antigüedad en Italia y, sobre todo, en Sicilia, una región en el extremo sur del país y una de las islas más importantes del territorio. Antes de crear Dánica, siete años atrás, Vanessa Siragusa cumplió esta tradición que la convenció de querer dedicar su vida a la cocina. Su padre, nacido en aquella ciudad, era el menor entre sus hermanos, y, dentro de su descendencia, la última en llegar al mundo fue Vanessa. «Recuerdo que en mi casa siempre vi a mi papá cocinar, y fue él quien me enseñó a preparar más de una receta. De pequeña amasaba el ñoqui, y ese fue el primer plato que aprendí a hacer», recuerda Vanessa, sentada en la terraza de Dánica Caffe del Polo.

que ofrecemos en los restaurantes, pero acá lo complementamos con sánguches, cafés, ensaladas y jugos», dice Gianmarco Siragusa, hermano de Vanessa y encargado de la parte comercial del café. «Este es un sitio más dinámico y rápido donde podrás disfrutar de comer algo fresco, rico y sano».

Hoy, en esta nueva propuesta tipo café que ofrece Dánica, el concepto ha cambiado pero el espíritu de la fusión ítalo-peruana continúa intacto, al igual que en sus locales de San Isidro y Miraflores. «Las personas pueden venir desde el desayuno hasta la cena y escoger para comer entre más de una opción de las

Así, en el desayuno destacan con notoriedad las french toasts, acompañadas de una bola de helado artesanal –en Dánica ellos mismos preparan su helado–, fresas y una pequeña jarrita de miel; además del café italiano illy, de gran cuerpo y sabor, ideal para despertar los sentidos antes de trabajar. Entre

+34

las opciones del almuerzo, la ensalada San Diego es una de las más solicitadas, con pollo empanizado en ajonjolí, verduras, y un sabor cítrico característico que gusta con un chorrito de aliño. Y si añora lo italiano, los segundos como la berenjena a la parmesana, el risotto tapado al horno, o una lasagna compensarán su antojo. Vanessa fue jefa de pastelería en el restaurante Casa Grugno, famoso en la ciudad de Taormina, en la costa este siciliana, por ser poseedor de dos estrellas Michelin. Por eso los postres ocupan un lugar especial en Dánica Caffe. De entre esa variedad, además de las reclamadas tostadas

francesas, destacan el tiramisú, el cheesecake de canela y butterscotch o los quequitos de diversos sabores que endulzarán el mejor de los lonches a media tarde. Y en la cena, una copa de vino más una pizzetta en la terraza cierran bien el día. Dánica Caffe está en la avenida El Polo 670, dentro del Centro Comercial El Polo 2, y atiende de lunes a domingo desde las 8:00 a.m. hasta la medianoche. Vanessa dice que el nombre de su restaurante le gusta tanto, que no descarta ponérselo a la hija que tendrá algún día. Aún falta para ese entonces, pero seguramente será ella quien continúe con esta tradición inquebrantable.


GET OUT AND EXPLORE PROPHET 52 Mochila técnica de 52 litros, liviana y diseñada para verdaderos conocedores de las montañas.

MENS L/S HORIZON PEAK WOVEN Ligera camisa de manga larga con secado rápido, paneles de ventilación en la espalda y protección UPF 30.

MENS HEDGEHOG GUIDE GTX Zapatilla impermeable de caña baja, ahora más liviana y veloz, con suela Vibram® y tecnología Cradle Guide® para mayor amortiguación, soporte y protección.

Con este Kit estás listo para la AVENTURA

THE NORTH FACE STORES THE NORTH FACE JOCKEY PLAZA, Centro Comercial Jockey Plaza, Tienda 259 / THE NORTH FACE LARCOMAR, Centro Comercial Larcomar, tienda L 143 THE NORTH FACE CAMINO REAL, Av. Camino Real 1274 / THE NORTH FACE OUTLET, Lima Outlet Center, Tienda 225 / THE NORTH FACE CAJAMARCA, Centro Comercial Real Plaza, Tienda 211, 2do Nivel / THE NORTH FACE CUSCO, Plazoleta Espinar 188 / THE NORTH FACE CUSCO PLAZA, Portal Comercio 195, Plaza de Armas THE NORTH FACE CUSCO REAL PLAZA Avenida de la Cultura S/N, Centro Comercial Real Plaza Cusco LC-215-217.

PRÓXIMAMENTE THE NORTH FACE SALAVERRY

www.thenorthface.com.pe / TheNorthFacePe


Instantáneas / Moda

Por Gloria Ziegler

Ponchos de lujo Burberry presenta el abrigo latinoamericano como la prenda insignia de este invierno.

El poncho, como el pisco o el ceviche, podría haber generado una disputa de orgullos nacionalistas en buena parte de América Latina, y sin embargo no. Nadie parece reclamarlo como identidad nacional. Hubo voces aisladas: Evo Morales, quizás la más representativa de ellas, convirtió el poncho en un símbolo del cambio político que buscaba su gobierno. Sin embargo, Manuel Sillerico –el sastre que ha vestido a los hombres más poderosos de Bolivia de los últimos años– contó hace tiempo, en el libro Los Mercaderes deL che, que, antes de ser presidente, Morales no usaba ni sombrero, ni chuspa ni poncho. Porque el poncho siempre tenía un lugar relegado. Era la prenda que usaban los campesinos o el mero folclor: el sarape mexicano, el paisa, el del Altiplano, el de las comunidades quechuas y aimaras, el del huaso chileno y el gaucho pampeano, o, en su versión contemporánea, el de una cantante que revolea el poncho sobre un escenario en Buenos Aires. El rojo festivalero, el del diablo. Todos por igual, con una carga simbólica tan dual que siempre lo mantuvo en los márgenes. Y como en el dicho popular, aquel lugar donde quiera que se haya engendrado parece inalcanzable. Justamente por eso, cuando la marca inglesa Burberry –bajo la dirección creativa de Christopher Baily– presentó hace unos meses sus colecciones para esta temporada de otoño/invierno, muchos se sorprendieron al ver el poncho como su prenda insignia para el 2014, y advirtieron en la colección un guiño hacia Latinoamérica. Sus

+36

cortes y figuras geométricas fueron lo más osado de la propuesta, y efectivamente remiten a la estética de los abrigos sudamericanos. Sin embargo, los materiales trabajados –lana merino y cachemir– son escoceses. La paleta de color, en la misma línea, se movió entre los clásicos de la marca: camels, burdeos, rojos, azules, negros y grises, para la colección femenina; y en el caso de los hombres, incluyó

también los tonos verdes, mostazas, amarillos, naranjas y prints florales. Esta apuesta representa la primera oportunidad en que el poncho logra hacerse de un lugar en las pasarelas después de un tímido intento en los sesenta con la diseñadora estadounidense Bonnie Cashin. Pero ahora lo hace con fuerza. Etro, Tommy Hilfiger, Roberto Cavalli y Barbara Bui, por mencionar solo

algunas de las casas de moda de lujo más importantes, también lo han incluido en sus colecciones para este invierno. Ahora sí, después de cientos de años, el poncho parece tener la oportunidad de dejar los márgenes. Y cuando nadie lo hubiera pensado, podría convertirse en el must de la temporada. Tal como pasó en el invierno europeo.


Larcomar Plaza Fashion, nivel 1 Pr贸ximamente: Real Plaza Salaverry


Historias para un cambio

Por Rodrigo Alomía

el deporte no se mancha

Foto: Augusto Escribens

Panathlon es un club internacional sin fines de lucro fundado en Venecia en 1951, cuya filosofía es transmitir y valorar el fair play en las diferentes disciplinas deportivas. En mayo de 1974 el club se constituyó en el Perú, y desde hace ocho años premia a deportistas peruanos que destacan en la práctica del juego limpio.

¿Qué es fair play? Esther Freiberg, presidenta del Panathlon Club de Lima, lo define sencillamente. «Cuando un deportista antepone los valores a la obtención de una medalla o trofeo. Eso es fair play, y merece ser premiado», dice. Aunque ella preferiría dar más de un ejemplo para demostrar el gran significado que encierra este valor y ética deportiva, bastante difundida en más de un país del mundo. Era junio del 2009, y en Cádiz se celebraba el Campeonato Mundial de Veleros clase Windsurf, donde el velerista peruano Sebastián Schreier era uno de los favoritos para llevarse el título. Cuando la competencia ya se había iniciado, las embarcaciones de Alemania y España chocaron fuertemente. El velerista español se golpeó la cabeza con el mástil de su tabla y cayó al agua cubierto por su vela. Nadie se percató del accidente salvo Schreier, quien llevaba la

+38

delantera a ambos equipos. Sin dudarlo dejó su vela a un lado, se lanzó al mar y nadó varios metros hasta donde estaba el atleta español inconsciente. Schreier salvaría la vida de su competidor luego de zambullirse y regresarlo a su tabla, donde le dio respiración artificial. Desde que el Comité Olímpico Internacional firmó un convenio con Panathlon Perú en el 2006, cada año se entrega el premio Fair Play Federado a los deportistas peruanos que resaltan por sus nobles actos en las diferentes disciplinas que practican. Así, Schreier –ahora tetracampeón mundial de Windsurf– fue premiado en marzo del 2010 por su importante acción en España, y a él se le sumaron la esgrimista María Luisa Doig, los automovilistas Fernando Ferrand del Busto y su hijo Fernando Ferrand Malatesta,

el director técnico de fútbol Franco Navarro, entre otros. «Nuestra meta es inculcar valores a través del juego y del deporte, sobre todo en los niños. A que los cumplan no porque vayan a ser castigados, sino porque van a vivir en un mundo mejor», comenta Freiberg. Así, desde el 2012, en un pacto con el Ministerio de Educación, Panathlon también entrega el premio Fair Play a uno de los cerca de dos millones de chicos que participan en los Juegos Deportivos Escolares del Perú. Este año, en la premiación realizada el pasado 21 de marzo, Panathlon reconoció al triatlonista Christopher Harrison Salazar y al joven ciclista Edgar Pérez Tapullima. El primero participó en una dura triatlón en España, en la que se negó a recibir ayuda física –lo cual está prohibido por las reglas– y cruzó la meta con

sus propios medios, y el segundo auxilió a un compañero caído en plena competencia de ciclismo. Esther Freiberg sabe que no es sencillo difundir esta cadena de valores por todo el país. Muchos no saben qué es el fair play o en qué consiste un acto de este tipo, pero ni ella ni las personvas que la acompañan se amilanan. Por eso, desde hace algún tiempo, ha comenzado a dar charlas en diferentes ciudades y distritos sobre la importancia del juego limpio en el deporte, y solo el año pasado tuvo contacto con cerca de cinco mil chicos. Esa –dice Freiberg– es la vía correcta para formar a los atletas del futuro. Aquellos que lucirán más de una medalla sobre el pecho en pocos años, pero que sabrán anteponer el juego limpio y la nobleza del deporte por sobre cualquier triunfo.


Boulevard Jockey Plaza / Telf: 437 0424., CC. Plaza San Miguel / Telf: 566 2155, CC. Larcomar / Proximamente en el CC. Salaverry Ripley Jockey Plaza, Miraflores, Salaverry, San Borja , San Miguel.


Instantáneas / Arte

Por Raúl Lescano

Anatomía de un muñeco El artista americano Jason Freeny lleva cuatro años diseccionando juguetes de personajes animados para revelar cómo sería el organismo de cada uno de ellos.

Si los animales hechos con globos existieran de verdad, ¿cómo serían por dentro? Esa fue la pregunta que se planteó el artista Jason Freeny un día de los tantos que trabajaba como diseñador escenográfico. Esa pregunta extraña fue el inicio de una exploración y creación corporal en el interior de los más conocidos personajes infantiles. Si la película Toy sTory dio una vida propia a los juguetes, Jason Freeny ahora los ha dotado de una anatomía interna. Este trabajo se ha convertido para él en un ensayo constante sobre el cuerpo. Para sus obras, Freeny consulta los libros de ciencia de su hijo y acude constantemente a la biblioteca de Nueva York, la ciudad donde vive actualmente. Pero dotar de características humanas a un personaje animado es un continuo ir y venir entre la ciencia y la creación artística. ¿Cómo sería el organismo de Mickey Mouse, cómo el de un ratón o cómo el de una persona? «Todo el mundo puede relacionarse con los juguetes. Ellos hacen que tu mente vaya de nuevo a la infancia, pero, al mismo tiempo, cuentan con algo completamente surrealista. La yuxtaposición de los juguetes y la anatomía humana son extrañas y agradables a la vez», comentó Freeny en entrevistas. Mickey Mouse, Nemo, Hello Kitty, Mario Bros, Barbie, entre otros personajes, han sido diseccionados por Freeny para contar con un organismo interno básico: esqueleto, corazón, pulmones, estómago, intestinos. El proceso es muy minucioso. Freeny cree que toda buena disección comienza con un juguete adecuado, uno al que las tripas al aire no lo hagan verse aterrador. Primero destapa una porción de los muñecos. Luego esculpe los pequeños órganos en arcilla. Una vez en el interior, los pinta de colores naturales. El proceso puede durar ocho horas, y al mes puede trabajar hasta cinco versiones nuevas de distintos personajes. Una vez terminados se ponen a la venta en su web.

+40

Su padre, pintor, escultor y profesor, lo acercó desde pequeño al arte, pero falleció cuando él tenía solo catorce años. Su siguiente influencia llegó en los noventa, cuando conoció el trabajo de Robert Williams, un artista americano que hizo de su obra una mezcla entre el cómic, la ciencia ficción, el pop art y el surrealismo. De ahí que la primera creación de Freeny, en 1999, fuera la ilustración de un organismo de una especie de mujer con complejo de pulpo inventada por él. Luego trabajó en pequeños estudios de juguetes, en los que se encargó de diseñar las características principales o creó la historia detrás de los personajes. Cuando se insertó en el mercado con una creación propia,

lo hizo con un cubo de Rubik –ese rompecabezas cúbico de colores– diseñado como un cerebro humano: The Brain Cube. «Mis obras son creaciones que me gustarían para mí; el hecho de que a los demás también les gusten es solo una motivación más», confiesa Freeny. Las esculturas de Freeny podrían parecer un atentado, una intervención malévola contra los héroes de la infancia, pero resultan un nuevo tipo de acercamiento al cuerpo humano en el que Sid, de La Era del Hielo, o el Hombre de Jengibre nos permiten apreciar nuestro propio interior de manera lúdica, sin la solemnidad de la ciencia.


ElEl Gurú Gurú

Por Por Rodrigo Rodrigo Alomía Alomía / Fotos / Fotos dede Santiago Santiago Barco Barco

Rui Rui Pereira Pereira «Rui «Rui Pereira Pereira eses vocalista vocalista y guitay guitarrista rrista dede Tourista, Tourista, el el grupo grupo que que forformó mó hace hace dos dos años años y que y que mezcla mezcla el el indie indie contemporáneo contemporáneo y el y el pop pop enen susu propuesta propuesta musical. musical. «Aunque «Aunque la la música música eses música música al al final, final, nono creo creo mucho mucho enen la la diferencia diferencia dede géneros», géneros», dice dice Rui, Rui, quien quien tiene tiene más más dede diez diez años años dede trayectoria trayectoria enen la la escena escena roquera roquera limeña. limeña. SuSu pasión pasión por por la la música música nono eses cacasual: sual: susu padre, padre, Raúl Raúl Pereira, Pereira, fundó fundó El El PoPolenlen enen 1969, 1969, la la primera primera banda banda que que fusionó fusionó ritmos ritmos peruanos peruanos con con el el rock rock psicodélico. psicodélico. Rui Rui guarda guarda una una memoria memoria enen especial especial dede susu padre. padre. El El díadía que que cumplió cumplió siete siete años años y la y la fiesta fiesta que que le le celebraron celebraron yaya había había acabado acabado notó notó que que susu padre padre tocaba tocaba susu guitarra guitarra sensentado tado enen unun sillón. sillón. SeSe acercó acercó a escucharlo a escucharlo y y enen cierto cierto momento momento él él paró paró dede tocar. tocar. «¿Tú «¿Tú yaya sabes sabes lo lo que que quieres quieres serser dede grande?». grande?». «No», «No», respondió respondió Rui. Rui. «¿Te «¿Te gustaría gustaría viajar viajar por por el el mundo, mundo, conocer conocer a mucha a mucha gente gente y y tener tener muchos muchos fans?». fans?». «Claro». «Claro». «¿Entonces «¿Entonces quieres quieres serser roquero?». roquero?». «¡Sí!», «¡Sí!», exclamó exclamó Rui, Rui, emocionado. emocionado. Raúl Raúl sese levantó levantó dede susu asiento, asiento, le le entregó entregó la la guitarra guitarra que que tocaba tocaba y, antes y, antes dede irse irse dede la la habitación, habitación, le le dijo: dijo: «Aprende «Aprende a tocar a tocar la la guitarra». guitarra». Rui Rui aprendió aprendió a tocar a tocar y aycantar a cantar solo, solo, y aylos a los doce doce años años yaya escriescribíabía canciones, canciones, pero pero siempre siempre bajo bajo la la atenatenta ta mirada mirada e influencia e influencia dede susu padre. padre. Hoy Hoy prepara prepara el el segundo segundo disco disco con con Tourista, Tourista, y no y no esconde esconde el el placer placer que que siente siente por por dedicarse dedicarse a lo a lo que que más más disfruta. disfruta.

11

22

33

44

55

66

1. Tabla 1. Tabla dede surf. surf. Hace Hace poco poco menos menos dede unun año año mandó mandó a hacerse a hacerse esta esta tabla tabla con con el el shaper shaper Amador Amador Miranda, Miranda, unun amigo amigo suyo suyo que que laslas crea crea a mano. a mano. EsEs unun modelo modelo Lazy Lazy One One Series Series que que tiene tiene el el nombre nombre dede RuiRui inscrito. inscrito. 2. 2. Audífonos. Audífonos. Los Los tiene tiene desde desde noviembre noviembre deldel año año pasado pasado y son y son dede la la marca marca Frends. Frends. Estos Estos audífonos audífonos son son el el complemento complemento perfecto perfecto cada cada vezvez que que sale sale a montar a montar skate; skate; además además que, que, por por susu diseño diseño vintage vintage enen tela tela dede jean, jean, le le vava bien bien a cualquier a cualquier outfit outfit que que lleve. lleve. 3. 3. Skates. Skates. Son Son dede la la marca marca australiana australiana Penny. Penny. RuiRui monta monta skate skate desde desde loslos quince quince años, años, y movilizarse y movilizarse dede unun lugar lugar a otro a otro sobre sobre estas estas tablas tablas le le resulta resulta práctico, práctico, sobre sobre todo todo enen unun distrito distrito pequeño pequeño como como Barranco, Barranco, donde donde actualmente actualmente vive. vive. 4. 4. Vinilo Vinilo dede G3. G3. SeSe lo lo compró compró directamente directamente a Gonzalo a Gonzalo Farfán, Farfán, vocalista, vocalista, guitarrista guitarrista y uno y uno dede loslos fundadores fundadores dede esta esta banda banda dede hardcore hardcore punk punk peruana. peruana. EsEs una una dede laslas primeras primeras bandas bandas juveniles juveniles que que RuiRui escuchó escuchó cuando cuando estaba estaba enen el el cuarto cuarto grado grado dede secundaria, secundaria, y hasta y hasta el el díadía dede hoy hoy sese identifica identifica con con susu sonido. sonido. 5. 5. Guitarra Guitarra eléctrica. eléctrica. Una Una Fender Fender TeleTelecaster caster dede 1979. 1979. RuiRui recibió recibió esta esta guitarra guitarra dede susu padre padre cuando cuando tenía tenía 1717 años, años, y desde y desde entonces entonces la la utiliza utiliza para para todo: todo: conciertos, conciertos, ensayos, ensayos, grabaciones. grabaciones. 6. 6. Lentes Lentes dede solsol Sabre. Sabre. RuiRui tiene tiene sensibilidad sensibilidad a la a la luzluz solar, solar, y estos y estos lentes lentes son son sus sus favoritos favoritos entre entre la la colección colección que que tiene. tiene. El El modelo modelo y el y el diseño diseño le le encantan; encantan; siempre siempre loslos lleva lleva consigo consigo a donde a donde vaya. vaya.

+44 +44


+42


toscanos El esténcil, la técnica de grafiti con plantillas, está presente desde hace más de una década en el centro del arte callejero. Su primer exponente, el injustamente poco conocido Blek Le Rat, lleva 33 años pintando en las calles, y ha llegado a Lima para estampar en nuestras paredes sus personajes marginales. Por Pablo Panizo / Fotos de Santiago Barco El oficial de policía se acercó y le preguntó qué hacía. Con las manos enguantadas, el dedo índice sobre la válvula del aerosol y una plantilla con forma de rata pegada en la pared, Xavier Prou respondió de la forma más sencilla que se le vino a la cabeza: «es arte». El policía hizo una expresión de extrañeza y siguió caminando. En el París de 1981, los policías adoptaban frente a los escasos grafiteros una actitud como de árbitro de fútbol: ante la duda dejaban seguir; más aún frente a Xavier, el primer grafitero en pintar utilizando plantillas, una técnica cuyo antecedente más reciente era el de la propaganda fascista que había invadido Francia cuarenta años atrás, durante la guerra.

Hijo de una familia de artistas encabezada por su padre, un pintor alcohólico y destruido por el trauma de soportar cinco años como prisionero de guerra en Alemania, Xavier pasó su infancia entre museos e iglesias llenas de refinadas piezas de arte, pero cuando le brotó la vena artística prefirió la calle. Sus primeros intentos pintando con aerosol lo decepcionaron hasta entender que no tenía el talento para dibujar a mano alzada, como cualquier grafitero. Cuando comenzó con las plantillas, sin embargo, encontró un estilo que nadie había explorado y que podía ser solo suyo. Bajo el seudónimo de Blek Le Rat, en los siguientes años las ratas de Xavier invadieron la capital francesa como una plaga.

+43


Treinta y tres años más tarde, Xavier Prou ha llegado a Lima para el Puma Urban Art. A los 61 años, Blek Le Rat es reconocido como el padre del esténcil grafiti, pero su nombre es apenas conocido pese al boom mundial de esta técnica. Si uno ingresa su seudónimo en Google obtendrá apenas 300 mil menciones. Por cada mención suya, hay catorce de Banksy, el inglés que se ha convertido en la indiscutible estrella del esténcil. Mientras este debe recurrir al anonimato para alejarse de la vida de rockstar, Blek Le Rat puede caminar por su natal París sin que siquiera se le reconozca. En el aeropuerto Jorge Chávez, nadie sabe quién es el tímido francés que mira hacia todos lados. Con una enorme sonrisa, alzando las manos, avanza hacia la cartulina donde con letras de aerosol rosado puede leerse Blek!

figuras de ratas, soldados y mendigos. La etapa más underground del trabajo de Blek Le Rat se cerró con una llamada telefónica desde Brighton, Inglaterra. El ilustrador Tristan Manco planeaba editar un libro sobre esténcil y quería su participación como el padre de la técnica. «¿Por qué lo haces, si a nadie le interesa?», preguntó sorprendido. Manco lo puso al día: en Brighton el esténcil estaba en su apogeo, de la mano de un amigo suyo, un tal Banksy. Esa fue la primera vez que Xavier oyó hablar de Banksy. El inglés, sin embargo, ya lo conocía bastante bien. De hecho muchas de sus más populares pinturas son sospechosamente parecidas a las del francés, al punto que es una discusión si son o no una copia. «Cada vez que pienso que he pintado algo ligeramente original, me entero de que Blek Le Rat también lo ha hecho, pero veinte años antes», diría Banksy en el 2008.

En casa de los Prou –una típica edificación de la campiña francesa, a las afueras de París– quien ponía el dinero era su mujer, Sybille. Para inicios de los noventa, Blek Le Rat había pasado de la estabilidad económica [fruto de su relativo éxito como grafitero y sus apariciones en galerías] a la completa invisibilidad. La crisis económica que envolvió a Francia tras la guerra del Golfo Pérsico había reducido la inversión en arte –más aún en arte callejero– y, además, el esténcil había perdido su capacidad de atracción a las nuevas generaciones. Nunca, sin embargo, Xavier se alejó de las calles; ni siquiera después de ser llevado a la corte, acusado por daños a la propiedad privada, y ser amenazado con dos años de prisión en caso de reincidencia. Durante diez años, entre 1991 y el 2001, Blek Le Rat trabajó nada más que por placer. Mientras Sybille enseñaba alemán e inglés en escuelas, Xavier llevaba a su pequeño hijo al colegio, preparaba la comida y entremedio salía a pintar las calles con sus

Sentado frente a la plazuela Santo Domingo, a orillas del río Rímac, Xavier toma un descanso antes de terminar con el autorretrato que pinta sobre una pared a la sombra de un árbol. Destapa una botella de agua, toma un buen sorbo y me invita otro. Saca su cajetilla de cigarros: le quedan dos, prende uno y me invita el último. Está interesado en saber más sobre nuestra política, en conocer si también somos un país discriminador, en entender por qué el centro de Lima parece un pedazo de Madrid. De divo, nada de nada. Mide sus palabras al hablar de Banksy, pero tira sus dardos. Hace seis años dijo que la gente decía que lo copiaba, pero que él no lo creía así. Dijo también que lo que el inglés hacía en Londres era una revolución artística similar a la del movimiento rockero de los sesenta, y que las referencias que el inglés brindaba sobre Blek, su inspiración, lo habían hecho nuevamente visible para el mercado del esténcil. Hoy no, hoy habla distinto. «¿Qué pienso de Banksy? Tiene mucho gusto, porque tomó mucho de mí. Es muy gracioso y a veces profundo. Sabe cómo tocar a la gente, sabe que cuando habla

+44

de Guantánamo todos aplaudirán, porque es algo normal. Yo soy distinto, no me gusta ir en el buen camino, donde todos aceptarán mi trabajo». Después de dedicar 15 años de su juventud al comunismo, se decepcionó de los políticos al punto de sentir repulsión. Xavier entiende su trabajo no como manifestación política –un campo en el que ya no tiene ninguna esperanza–, sino como una expresión poética que se desarrolla en la calle. Existe en él una necesidad de acercar eso que hace a los más pobres, a aquellos que no tuvieron la oportunidad de conocer las bellas artes como las conoció él de pequeño. Entre mansiones o prisiones, prefiere las segundas. En Lima pintó en la galería del Centro Cultural Ricardo Palma y en la plazuela Santo Domingo, pero fue en una vieja y deteriorada quinta del jirón Conde de Superunda, en el centro de Lima, donde sintió que realmente pintaba como le gusta hacerlo. Con autorización de las familias que ocupan el patio interior, un amplio canchón que sirve de tendal y lavandería, Blek Le Rat pegó sus plantillas y dejó grabado su autorretrato, sin duda su obra más popular a lo largo del globo. Los niños dejaron los juegos y lo rodearon, inquietos por su trabajo, mientras Xavier les explicaba qué hacía y cómo lo hacía. De vuelta en la camioneta que lo llevaría a Miraflores, emocionado por lo que encontró en esa quinta, tuvo palabras para el equipo de productores, camarógrafos y fotógrafos que Puma había congregado: «gracias a todos, gracias de verdad; esta es exactamente la forma como me gusta trabajar». Xavier es feliz pensando que su autorretrato descansará escondido en un espacio íntimo, donde solo un pequeño grupo de vecinos lo apreciará. «Esta es la vida real, la ciudad de verdad. Quizá uno de esos niños recordará que alguien hizo esa cosa y se interesará por el arte callejero. Ese es mi verdadero trabajo, esa es mi poesía».


+46


Por Manuel Eráusquin / Fotos de Augusto Escribens

Detrás del arte Lucía de la Puente ha trazado su vocación de galerista desde la pasión y el compromiso. En el 2015 su galería cumplirá dos décadas, pero desde ahora prepara cambios para impulsar a sus artistas a la escena internacional. Es consciente de que ese esfuerzo le exige una gran inversión de energía, pero no se asusta. Todo lo contrario.

Su galería no solo es monumental, también está llena de luz. Las obras que se exponen en sus salas son acogidas con jerarquía. Lucía de la Puente ha luchado desde hace casi veinte años para dar al mundo del arte en el Perú un lugar idóneo. Inauguró la galería que lleva su nombre en 1995. En el 2000 decidió dar el gran salto y mudarse del pequeño espacio

que tenía al imponente local de hoy. Esa mudanza no fue rápida; recién en el 2002 vio cristalizarse el cambio de sede. Lucía de la Puente sabe que hay muchas cosas más por hacer, sobre todo en un medio donde la informalidad existe y es tóxica: obras de artistas locales falsificadas y

una ausencia legal que impida estas estafas. También es clara y determinante cuando no desea tocar un tema. En este caso, el del pintor Ramiro Llona, artista que fue una de sus más importantes figuras y que decidió irse de la galería el año pasado por considerar excesivo el porcentaje de cobro por venta de las obras.

La vida continúa y las expectativas son grandes en el mercado del arte en el Perú. Lucía de la Puente vive con la firme convicción de que los artistas nacionales van poco a poco seduciendo en el ámbito internacional. El interés que se muestra en el exterior es genuino, y esa es una gran noticia.

+47


Enfoque

l

a galería se inauguró en 1995 y el próximo año se cumplirán dos décadas. ¿Cómo ha sido la evolución de la galería en todos estos años? En 1995 empecé con un espacio muy pequeño –también en Barranco– que era alquilado. Al principio estuve sola y luego tuve un asistente; las cosas no se dieron de golpe. Y en el 2000 decido comprar el actual local, una decisión que realizo en un año político muy especial para el país, pero sentí que era el momento. Definitivamente era un riesgo muy grande, porque se daba el salto para ser una galería con estándares internacionales. Una decisión que sí fue audaz y atrevida. No fue fácil, pero el próximo año cumplimos dos décadas.

+48

Lograr dar sostenibilidad en el tiempo a una galería de arte en el Perú no es fácil. Este tipo de logros en las empresas culturales es todo un desafío, porque al hacer realidad una galería toca mantenerla y hacer que funcione, posicionarla y hacerla crecer en el ámbito local y también latinoamericano. Y cuando vi que personas interesadas directamente en el arte o del entorno cultural llegaban a la galería fue una gran sorpresa. Incluso comenzaron a llegar alumnos de varios colegios y universidades cuando el espacio creció. A partir de esa óptica sientes que haces también una contribución importante para la sociedad en la que vives. Su formación académica en el arte ha sido autodidacta. Usted al principio tenía otro tipo de actividades. ¿Cómo fue ese tránsito al universo del arte? A mucha honra soy autodidacta, pero siempre he estado vinculada al arte por interés familiar y personal. Desde siempre he sido amiga de artistas y frecuentaba muchos talleres. En ese sentido, en 1995, cuando mis hijos

ya estaban un poco grandes, decidí dedicarme a lo que siempre había querido, a lo que responde a mi vocación. Es decir, el mundo del arte ha sido un ámbito con el que siempre ha existido un vínculo muy fuerte. En mi familia han sido coleccionistas, ha habido una relación permanente con lo creativo. Incluso tengo una hermana que es artista plástica. ¿Qué tipo de evolución ha tenido el mercado del arte en el Perú en estos últimos años? El mercado ha ido variando en estos años. Si bien sigue siendo un ámbito todavía relativamente pequeño, en comparación con otros países de la región se ha avanzado bastante. Sin embargo, son relativamente pocas las galerías que existen para una ciudad tan grande, y esto se debe también a que no es fácil sostener un negocio en el comercio de arte. En Argentina debe haber como cincuenta galerías, y me quedo corta. Acá somos diez como máximo. Aunque diría que actualmente existe un público mejor informado, aquí diría que el internet ha ayudado muchísimo para obtener información.

Las ferias internacionales de arte contemporáneo han sido muy importantes también en este proceso alentador. Las ferias son un elemento muy importante, aunque siempre han existido. Sin embargo, ahora han proliferado por distintas partes del mundo. Incluso en el Perú tenemos dos. Esto ha cambiado mucho los escenarios igual que las bienales, que hay en muchos lugares que antes no había. En ese sentido, lástima que la Bienal de Lima, muy importante en su momento, no esté. Sería necesario que retornara, porque hubo un muy buen intercambio con artistas internacionales. Lo interesante es que la Bienal de Lima todavía la recuerdan en el extranjero, y eso es porque fue impulsadora y nos puso en el mapa. Para fichar a un artista se consideran el talento y las proyecciones de éxito en el mercado. ¿Cómo decide usted cuando un talento no sintoniza con la aceptación comercial? Es difícil mantener el equilibrio, puedo hacer cosas más arriesgadas, que me gustan hacerlas y las hago. Pero no


«En Estados Unidos identifican una obra falsa y la requisan. Aquí un comprador la puede rechazar, pero habrá otro que la compre. De ahí la importancia de las galerías, que dan una garantía de tener una programación y artistas que se sostienen en el tiempo»

puedo hacerlas todo el tiempo, debo tener también la contraparte, porque esto es un negocio que se tiene que sostener. Por eso tenemos que ver la forma de que esto suceda para darle sostenibilidad en el tiempo. Es cierto que se pueden hacer cosas más experimentales, que es fundamental porque también tenemos un rol educativo, por lo menos esa es mi visión. Es interesante que mencione que las galerías también tienen un rol educativo con la comunidad. Las galerías hemos suplido la carencia de un museo de arte contemporáneo, que ahora lo tenemos. Entonces hay un tema educativo y de compromiso, pero tiene que funcionar. Por eso tenemos artistas jóvenes y artistas consagrados que también ayudan a sostener la galería. Es una actividad difícil, comprometida y apasionante. Pero no es, como muchos creen, un supernegocio. Es una satisfacción personal; se puede invertir en arte, pero mantenerse en el tiempo requiere mucho trabajo y compromiso. Además existe todavía mucha informalidad en el medio, lamentablemente. A raíz de eso las galerías nos tenemos que proteger. ¿Dónde identifica la informalidad en el mundo del arte en el Perú? En otros países sería inconcebible la venta de arte en talleres, por ejemplo. Existen muchos vendedores libres, entonces hay un movimiento subterráneo que hace las cosas más difíciles. Pero siempre será importante exhibir en galerías, porque se tiene la opción de mostrar un cuerpo de trabajo en un espacio destinado para ello y que posee el respaldo de una galería que se preocupa por el trabajo del artista y lo promociona. Ahora es importante que las galerías vayan teniendo a su grupo de artistas, y es la única forma para ir estableciendo alianzas sostenibles para los artistas y los galeristas. ¿Existe un alto índice de obras falsas en el mercado de arte en el país? Existen muchas obras falsas y se da con más artistas que otros, pero se da. Por eso es clave la formalidad en todos sus

aspectos. Y el gran problema cuando se detectan obras falsas es que no hay un marco jurídico que obligue a una incautación y las saquen de circulación. En Estados Unidos identifican una obra falsa y la requisan para sacarla del mercado. Aquí lo máximo que puede pasar es que un comprador la rechace, pero habrá otro que la compre. De ahí la importancia de las galerías, que dan una garantía de tener una programación y artistas que se sostienen en el tiempo. La relación con el artista es muy importante para usted. Me refiero al lado personal, incluso más allá del talento. A nivel emocional ¿cómo siente la ausencia de Ramiro Llona como uno de sus artistas?

toscanos

Yo no voy a tocar ese tema, para mí está cerrado. ¿Pero le dolió la actitud de él? Lo sentí una deslealtad, y cuando se pierden mutuas confianzas la relación se rompe y no se puede seguir trabajando. En mi concepto debió quedar en un ámbito privado, pero cada cual hace lo que cree y lo que desea. Soy una empresa privada que puede tomar las decisiones empresariales que se requieran, y eso es lo que hemos hecho. Todas las galerías del mundo en realidad trabajan así. ¿Qué barreras se tienen que superar para que los artistas peruanos tengan mayores posibilidades a nivel internacional? Hacer una carrera en el exterior no es fácil, pero ya se están dando ciertos pasos: las ferias en el país, la asistencia a las ferias en el extranjero y la participación en bienales. Además ya están viniendo instituciones importantes a ver las obras de artistas peruanos, como del MoMA y muchos otros. Y vienen con una agenda de artistas específicos, porque ya existe un conocimiento y una curiosidad e interés real. Y, justamente, haremos una serie de cambios para el próximo año que cumplimos dos décadas, como el intercambio con galerías del exterior, que es una forma de promocionar a los artistas. Cambios que buscan nuevos desafíos. s

+49


+50


El

Barman que no podia beber sus creaciones

Aaron Díaz, ahora de 34 años, empezó a trabajar cuando era menor de edad en un restaurante playero, y años más tarde brilló en los mejores bares de Estados Unidos. Hoy es el responsable de reinventar la coctelería nacional desde la barra del nuevo Astrid y Gastón Casa Moreyra. Por Diego Salazar / Fotos de Augusto Escribens

La primera vez que Aaron Díaz estuvo detrás de una barra no tenía edad para beber. Podía abrir y cerrar botellas, colocar hielos y mezclar tragos, pero la ley decía que no podía probar lo que preparaba. De su primera noche en la barra del Grill del Costa Verde, a finales de los noventa, solo recuerda un sinfín de manos que exigían sus bebidas mientras él las miraba paralizado, sin saber qué hacer. Hasta las palabras pisco sour o cuba libre le sonaban a un idioma desconocido. Era un adolescente de 16 años, un estudiante de cocina con pantalón negro, camisa remangada, corbata michi, zapatos de colegio y una correa prestada. Durante el día estudiaba y trabajaba en la cocina, de noche intentaba descifrar el idioma de la barra.

floridea

Luego de eso pasó por diferentes restaurantes hasta que llegó al Café Café de Larcomar, donde «la cocina era un lugar chiquitito, con cosas empaquetadas que se calentaban». Aaron Díaz pensó que se iba a aburrir y no iba a aprender nada, así que pidió que lo movieran al bar. Ahí se le abrió otro mundo, mil cafés, coctelería clásica, muchos tragos de colores. Una tarde fue a recoger a una amiga que estudiaba en INAT, hoy Le Cordon Bleu, y descubrió que tenían una carrera de bar. Preguntó, le entregaron el programa y se fue a su casa a rogar a su madre para que lo matriculara. «No tenemos dinero», le dijo. Pero Díaz insistió; ‘casi llorando’, se ofreció a pagar una parte él mismo, y su madre terminó por acceder. Fue ahí donde aprendió lo que era el flair. Cuando Aaron Díaz estudiaba en Le Cordon Bleu llegó una delegación de campeones mundiales de coctelería a hacer una exhibición. Díaz, entonces de 19 años, vio a estos bármanes haciendo malabares con botellas y quedó prendado. Aprendió que eso se llamaba flair, que había que practicar y arriesgar mucho, y decidió que era a lo que quería dedicarse. Uno de los campeones del mundo le dijo que debía buscar trabajo en un local típico de flair, así que Díaz postuló y lo aceptaron hasta que descubrieron que tenía 19 años. Al ser una empresa norteamericana de prestigio, la cadena se regía por estándares estipulados desde Estados Unidos, donde no puede haber bármanes

+51


Cuando llevaba cuatro meses practicando, se celebró el primer concurso nacional de flair. Díaz se apuntó, convencido de que iba a ganar. Quedó sexto y por un momento pensó que su carrera se había terminado. «Era una tontería; casi acababa de empezar, pero casi lloro». Eso fue en el 2001. A partir de ahí no volvió a perder un concurso nacional

menores de 21, la edad legal para beber en ese país. «Pero yo era tan afanado que me dijeron: “ok, si alguien pregunta, dices que tienes 21”». Cuando llevaba cuatro meses practicando, se celebró el primer concurso nacional de flair. Díaz se apuntó, convencido de que iba a ganar. Quedó sexto y por un momento pensó que su carrera se había terminado. «Era una tontería; casi acababa de empezar, pero casi lloro». Eso fue en el 2001. A partir de ahí no volvió a perder un concurso nacional. Tres años después, en el 2004, ganó el concurso panamericano que se celebró en Uruguay, y empezó a viajar cada vez más, y a buscar cualquier hueco de tiempo para practicar. Cuando terminó la carrera de bar, se matriculó en cocina, por segunda vez, ahora en Le Cordon Bleu. Iba a la escuela con un maletín de cuchillos y otro de botellas. «Aprovechaba cualquier huequito de quince o veinte minutos para practicar». Cuando se graduó de la escuela de cocina, su madre tuvo que recoger el diploma, pues él estaba concursando en el extranjero.

Cuando era niño, Aaron Díaz se matriculó en la escuela de baseball de la Videna de San Luis. Era un niño raro que se juntaba con otros niños raros a jugar un deporte raro que a nadie le importaba en este país. Mientras sus amigos del barrio y del colegio vivían pendientes de los resultados de los partidos de la ‘U’ y Alianza, él vivía al tanto de los partidos de los Yankees y los Red Sox en ESPN. Su sueño, por entonces, era jugar en el diamante del Yankee Stadium de Nueva York. Años después, cuando recorría Sudamérica ganando concursos de coctelería, su sueño se encontraba también en Estados Unidos, aunque lejos de un estadio deportivo. Su primera experiencia en Estados Unidos no llegó a satisfacerlo. Luego de mucho esfuerzo consiguió trabajo en Bar Maniac, un reconocido bar de Pembrock Pines, Florida, pero tras medio

+52

año, sin llegar a acostumbrarse decidió regresar a Lima. Aquí empezó a trabajar junto con Juan Lengua en La 73. Fue Lengua quien le habló de The Aviary por primera vez. «Juan había estado en Alinea, el restaurante de Grant Achatz, en Chicago, y me dijo que era alucinante y que habían abierto un bar. Nada más». Díaz empezó a buscar información; mientras más cosas encontraba, más seguro estaba de que su siguiente paso era ir a Chicago. Grant Achatz es considerado uno de los cocineros más innovadores de Estados Unidos, discípulo de Thomas Keller y Ferran Adrià, dos de los mejores cocineros del mundo. Achatz ha hecho de la cocina de su restaurante Alinea un derroche de atrevimiento y vanguardia. Cuando él y su socio Nick Kokonas se plantearon abrir un bar, decidieron que debían hacer con la coctelería lo que Achatz hacía con la cocina: llevarla al extremo de creatividad y perfeccionismo. En The Aviary hay trece bármanes que se reparten las cinco barras que existen, además del exclusivo salón The Office, adonde solo se accede por invitación. En el 2012, Aaron Díaz empezó a escribir a The Aviary para pedir una oportunidad. Pasaron meses sin respuesta hasta que el 5 de diciembre a las 12:06 llegó un e-mail que decía, más o menos: «te vamos a probar desde el primer día, te puedes quedar tanto un día como dos semanas, vienes con tu dinero, pagas tu casa, tu comida. Vienes a aprender y nosotros no te pagamos nada». A lo que Díaz respondió: «Muchísimas gracias, increíble, estoy superfeliz». Aaron Díaz estuvo en total seis meses en The Aviary, donde empezó a trabajar en producción durante tres semanas para luego encargarse de los hielos por otras dos hasta que finalmente le permitieron ponerse detrás de una barra. Tres meses después conocía de memoria los cocteles, y los usos y las costumbres del local. Así se ganó el derecho a trabajar en cualquiera de las cinco barras. Incluso logró hacer algo que sus

compañeros de barra no eran capaces de hacer. Y así Díaz empezó a sorprender a los clientes de The Aviary, el bar más serio y elegante de Chicago, y quizá de todo Estados Unidos, con los malabares de flair, que, a fin de cuentas, lo habían llevado hasta ahí. Cuando tenía cuatro meses trabajando, sus jefes le dijeron que habían decidido contratarlo. «Ese día lloré». Dice Aaron. Dos meses después regresó a Lima para renovar su visado, y Juan Lengua le pidió que se quedara, que tenía un plan, que iban a montar juntos el bar de sus sueños. Díaz no podía decirle que ‘no’. Mientras arrancaban, Lengua le sugirió que se contactase con Diego Muñoz, el nuevo chef de Astrid y Gastón, para que practicara en su cocina. Díaz y Muñoz se conocieron, hicieron buenas migas, y Muñoz le dijo que no lo quería en la cocina, que su lugar estaba en el bar. Díaz no estaba del todo convencido, pues él venía de trabajar en el mejor bar de Estados Unidos; una barra de restaurantes se le hacía un reto poco atractivo. Pero Muñoz lo convenció y le pidió que trabajara como asesor. Poco tiempo después, Juan Lengua moría en un accidente en Costa Rica. «Cuando Juan murió, yo no sabía qué hacer; me sentí perdido». Díaz se marchó dos semanas de viaje con su familia a Estados Unidos para no pensar. En la barra del viejo Astrid y Gastón de Cantuarias, Aaron Díaz se encontró con una tarea pesada: renovar una carta de cocteles que no se había tocado desde que Hans Hilburg actualizara la coctelería a base de pisco y jugos de fruta en los noventa. Fue un proceso largo, que no tardó en dar sus frutos. Al poco de empezar, Gastón Acurio y Diego Muñoz le dijeron que querían que se encargara de todas las barras del nuevo proyecto de Casa Moreyra. Ahí, ahora, Díaz tiene libertad absoluta para traer la coctelería peruana al siglo XXI, y, quién sabe, quizá en algún momento para lanzarse a hacer malabares en medio del salón. Con tan solo treinta y cuatro años se ha ganado los galones para eso, y más.


El jinEtE

quE no podía

caminar

El muchacho de 13 años que gana campeonatos nacionales saltando vallas de 1.15 metros sobre su corcel nació con el pie equino, un mal congénito que le impediría caminar. Pero un médico que curó a miles de soldados durante la Guerra Civil Española cambió su destino. Por Ornella Palumbo / Fotos de Augusto Escribens

El bicampeón nacional de saltos ecuestres en la categoría infantil nació con pie equino. Sus extremidades inferiores, por un azaroso defecto, a veces hereditario, a veces no, se formaron giradas hacia dentro y con

+54

las palmas mirándose entre sí. El talón no se notaba como en los caballos. El diagnóstico médico era tan claro como estremecedor: Max Woodman difícilmente lograría caminar. Quizás aprendería a desplazarse sobre sus

rodillas como otras personas con esta condición. Lo seguro era que los saltos no serían lo suyo. En su casa, en la sala, hay una repisa sobre el televisor llena de premios

del Club Hípico, del Potao, del Club Ecuestre de Huachipa. En las escaleras hacia las habitaciones hay más trofeos al pie de una ventana. En su cuarto están colgadas en dos largas hileras las escarapelas con las


adolescente. Nadie creería que ese pequeño domador de caballos, que ha dejado a deportistas olímpicos en el camino, nació con un mal que le impediría caminar libremente. En el 2000, los médicos peruanos recomendaron a Karin Mur, madre de Max, que diera a luz en Estados Unidos porque no lograban identificar el mal del bebé. Así fue. Cuando los doctores vieron los pies volteados, le diagnosticaron pie equino. «Apenas salió de mi barriga le pusieron los yesos. No lo dejaron ni estirarse», recuerda. Se suponía que en un mes los pies corregirían su posición. Pasado ese lapso, Karin cortó los yesos y los pies estaban derechos, pero al día siguiente amanecieron volteados. Fue un salto hacia atrás. La única opción que se asomaba era una operación para enderezar los huesos. Sin embargo, Karin sabía que los resultados pocas veces eran buenos y que, según testimonios de otras personas con este mal, los dolores eran insoportables. Tanto que muchas veces no podían mantenerse de pie ni siquiera para bañarse. La familia Woodman volvió a Lima y empezó una carrera de obstáculos por incontables consultorios de traumatólogos. Todos sugerían operación. Un ex director del hospital San Juan de Dios propuso enyesarlo durante dos años, a ver si quedaba bien. Karin desconfiaba, pero no tuvo otra opción. «Yo de todas las consultas salía llorando», dice Karin, mientras observa a su hijo saltar las vallas limpiamente desde la tribuna del Club Hípico.

El ángel Ponseti Fue el padre de Max quien encontró en internet una página que ofrecía un método no quirúrgico para curar el mal en el Hospital de Iowa, en Estados Unidos. Karin escribió un correo electrónico y pronto recibió una llamada a su casa. Era el doctor de la web, el ortopedista español Ignacio Ponseti. El médico les pidió que estuvieran en su consultorio dos días después. «Yo le dije a mi esposo: este tiene que ser un loco. Un médico famoso no te llama a tu casa, te da cita para seis meses», recuerda Karin.

que han condecorado a sus caballos: rojas, azules y verdes para primeros, segundos y terceros puestos, respectivamente. Max ha contado que lo que más lo emociona de la equitación son los concursos. «A mí me gusta saltar, no estar calentando. En las competencias tienes que ir rápido», dice ahora el

Pero Ponseti no era un desquiciado cualquiera. Era, más bien, un apasionado anciano que se había pasado la vida participando en gestas heróicas poco reconocidas. En 1936 recibió su título en Medicina, y a los dos días estalló la Guerra Civil Española. Ignacio se enroló como cirujano de guerra. Enyesó a cientos de heridos bajo el método de Bohler, que dominó a la perfección. Atendió a más de cuatro mil soldados fracturados. Antes de exiliarse en América se ocupó de cuarenta combatientes malheridos y los llevó, con ayuda de traficantes, hasta Francia cruzando los Pirineos sobre mulas. Cuando Karin escuchó de él, el hombre llevaba casi medio siglo intentando convencer a las comunidades

Respetuoso con el medio ambiente Tecnología molecular, con filtro anti rayos UVA

Ideal para climas extremos Fácil aplicación y rápida a cualquier tipo de madera nueva o antigua Fácil mantenimiento, no se escama, no necesita lijado previo Mantiene el aspecto natural de la madera, disponible en más de 30 colores 5 veces más concentrado, aplicación en una sola capa, alto rendimiento 30m² por litro

j

RUBIO MONOCOAT PERU k

info@rubiomonocoat.pe www.rubiomonocoat.pe Tel: 940 40 40 24


Enfoque

«Ella es un poco nerviosa, medio loquita; no se deja hacer cariño. Es bien competitiva, le gusta ganar», describe Max. A dos metros está Alteza, que es un recio ejemplar argentino, dócil y fuerte. Ella sí ‘habla’ para pedir comida. Ha resoplado con fuerza apenas vio a su jinete con el alimento en las manos

médicas de que no era necesario operar para curar el pie equino. «Los huesos del pie son como tocar un piano», dijo el galeno en una entrevista en sus últimos años de vida. Cuando llegaron al hospital, Karin preguntó a una enfermera por el doctor Ponseti. «¿Cuál?, ¿el loco?», respondió la enfermera. Ella rompió en llanto una vez más. Sin embargo, cuando apareció el hombre de noventa años, su impresión fue completamente diferente. «Cuando abre la puerta, era un viejito que parecía un ángel. Tenía como una luz. Me dio paz», dice ella. El doctor Ponseti les explicó brevemente el método que desarrollaba. Sacó la maqueta de un pie equino, presionó un hueso a manera de botón y el pie rotó hasta quedar en posición normal. Los convenció. Ahora la imagen del doctor se ha desvanecido en la memoria infantil del jinete. Quizás los heridos que salvó tampoco lo recuerden. Tal vez le suceda como a los artistas: que la vigencia de su obra sea su mejor recompensa. Tener entre sus pacientes a un campeón de saltos a

+56

caballo no es poca cosa. El pequeño Max tenía dos meses y tres semanas de nacido, y Ponseti podía tratarlo solo hasta los tres meses. Quedaba una semana. De inmediato le retiró los yesos que le pusieron en el Perú, y tras confirmar que sus huesos se estaban montando y atrofiando, lo volvió a enyesar correctamente. Cambió los yesos cada siete días durante tres semanas. Luego entregó a los padres un par de zapatitos unidos por una barra que mantendrían los pies en su lugar, y les ordenó ponérselos durante dos años, las 24 horas del día. Dependía de ellos que Max se curara. El bebe aprendió a caminar con el aparato puesto, y después del tiempo prometido sus pies quedaron absolutamente normales. Aunque ahora Max no recuerde al doctor, el niño llevó una foto suya al nido para su árbol genealógico. «Era alguien especial. Gracias a él Max camina», reflexiona Karin. Max acaba de entrar a su cuadra en el Club Hípico de Chorrillos, donde entrena todo el año. Ahí aguardan sus

dos yeguas: Sangre Morena y Alteza. La primera, una esbelta purasangre de crin negra, patea desesperada el piso pidiendo zanahorias como premio por su entrenamiento. «Parece muda, nunca habla», dice Max, al tiempo que le acaricia la pata para que se calme y evite que se lesione sus delicados tobillos de yegua campeona. El animal se tranquiliza y le olfatea la nuca en una caricia. «Ella es un poco nerviosa, medio loquita; no se deja hacer cariño. Es bien competitiva, le gusta ganar», describe Max. A dos metros está Alteza, que es un recio ejemplar argentino, dócil y fuerte. Ella sí ‘habla’ para pedir comida. Ha resoplado con fuerza apenas vio a su jinete con el alimento en las manos. Max no duda en calzarse las botas, encajar los pies en los estribos y galopar hasta el picadero. Cuando monta, se le ve sereno, muy distinto al niño temeroso y dependiente que antes fue. «Con esto yo he solucionado psicólogo, neurólogo, problemas de atención, concentración, todo. Max no tiene clases ni terapia de nada. Viene,

monta y ya», dice Karin Mur. Ella jamás pensó que su hijo, que además se cayó estrepitosamente de un caballo a los cuatro años y quedó colgado del estribo mientras era arrastrado por el potro asustado, volvería a prestar atención a la equitación. El joven campeón volvió a subirse a un caballo a los nueve años. Empezó a entrenar, y durante los dos primeros años ni siquiera pudo terminar una pista porque el animal se le plantaba delante de las vallas. Pero en el 2012 la historia cambió. Ganó el campeonato nacional en la categoría infantil y también el torneo Ciudad de Lima, una competencia internacional de jinetes profesionales. Aquella vez Max, de once años, le arrebató el título al jinete olímpico venezolano José Manuel Lander, quien se rehusó a subir al podio a la diestra del niño. En el 2013 volvió a quedar primero. En el camino superó al experimentado brasileño Thiago Camargo. Ahora se prepara para repetir el plato este año. El jinete que no iba a caminar quiere saltar cada vez más alto.


CC Jockey Plaza • Las Begonias 572, San Isidro • Plaza San Miguel • Real Plaza Salaverry.

trial.cl


EL ACTOR mas visto del cine quiere ser INVISIBLE Luego de que más de tres millones de peruanos hayan pagado una entrada al cine para verlo, uno de los actores más exitosos del país decide ocultarse de la gente con los atributos (los buenos, claro) de su más reciente personaje en la cinta Perro Guardián, un sicario mata terroristas que no cuestiona para nada su oficio. Por Eduardo Cornejo / Fotos de Alonso Molina

+58


Camisa, pantal贸n y corbata Adolfo dom铆nguez zapatos ermenegildo zegnA

+59


Perfiles

el actor que superó los tres millones de espectadores en la taquilla del cine peruano con la cinta AsumAre! tiene miedo de que un perro le muerda el rostro. No es cualquier perro: es un gran danés de ochenta kilos que se alimenta cada veinticuatro horas con un kilo de carne. Carlos Alcántara no quiere ser parte de la dieta canina. Quiere seguir batiendo records de taquilla, quiere partir al día siguiente a Panamá, a la presentación de los Premios Platino a entregar, junto a Eugenio Derbez, el premio a Mejor Actor. Quiere, además, proponerle a Ricardo Darín una coproducción peruano-argentina donde ambos sean protagonistas. Quiere superarse a sí mismo. Quiere lograr que seis millones de personas vayan a verlo a la pantalla grande. Carlos Alcántara, a sus 49 años, quiere muchas cosas. Y para ello necesita el rostro intacto. Intacto como lo hemos conocido desde hace veintisiete años cuando comenzó en esta carrera.

tropezado con una de esas gripes limeñas de fin de verano. Un evento que animó y que duró hasta tarde lo ha puesto así. No ha tomado nada, dice, y luego cierra la puerta del auto que nos llevará a la sesión de fotos. Pide un caramelo de menta para la garganta, se lo damos. La curva de Chorrillos a esta hora está relativamente vacía, y a pesar del manso devenir de la avenida, un operativo policial cuestiona a pitazos a los conductores. Esta escena policial activa en el cerebro de Alcántara la personalidad suspicaz y nublada del Perro Guardián, el personaje paramilitar atormentado cuya misión es buscar, oler y cumplir órdenes de eliminación de terroristas en la última película que protagoniza. «Algo va a pasar acá -dice como olfateando-, deben haber pasado un dato de que algo va a pasar acá». Entonces deja de ser Alcántara y comienza a ser el Perro Guardián.

El miedo a la mordida no frena su humor. A pesar de ello, mientras tiran un flash, mientras hace una mueca, mientras cruza una pierna o la otra para las fotos, bromea imitando a las señoras que lo vieron por el Boulevard de Asia este verano: «¡Ay, habías sido guapo, Cachincito». «¿Sido?», se pregunta tocándose el pecho indignado. Él ríe. Todos reímos. Y pareciera que también el perro.

De los tres últimos personajes que ha hecho en el cine, éste con el que se ha sentido más satisfecho. En AsumAre! hizo de sí mismo «y fue divertido hacerlo». En A los 40 se la pasó muy bien. Pero en Perro GuArdián, dirigida por Bacha Caravedo y Daniel Higashionna, la historia de su personaje exigía una extrema preparación física y mental. Comenzó por teñirse la barba cana de negro. Después de dos meses de entrenamiento ya estaba físicamente preparado para el personaje: había perdido ocho kilos. «Sufrí, la verdad es que a esta edad es difícil llegar a ese estado físico». Pero aquello no fue lo más complejo. Más allá del aspecto externo, Alcántara tenía que estructurar

Hacia las diez de la mañana una voz atrapada en ruidos roncos avisa por el intercomunicador que ya sale. Es Carlos Alcántara. La noche anterior ha

+60

la personalidad interna que el personaje de Perro GuArdián suponía. Tuvo que leer muerte en el PentAGonito, el libro de investigación del periodista Ricardo Uceda porque de ahí se tomaba el personaje del Perro, un sicario paramilitar que trabaja para el gobierno matando ‘terrucos’ o personas con supuestos vínculos con el terrorismo. Alcántara tiene un amigo que ha sido militar y de quien ha tomado algunos rasgos para encarnar el papel de sicario. Esta persona, cuenta el actor, se apasiona tanto al recordar la lucha contra Sendero Luminoso en los Valles del Río Apurímac, Ene y Mantaro (Vraem) que le saltan los ojos de la cara. «Loco, créeme, se transforma, se lo ves en el rostro. Y yo tenía que lograr eso. Tenía que entrenarme mentalmente en recibir órdenes para matar sin cuestionar nada, sin preguntar», susurra. Acababa de terminar todo lo que fue AsumAre!, y ese acoso de la gente y de la prensa lo utilizó para trabajar la paranoia. Comenzó a vivir desde el desquicio: no dormía, hacía excesivo ejercicio, no hablaba con nadie, y peleaba todo el día. Cachín empezó a sentir lo que sentía el Perro Guardián. «A preguntarme qué pasa conmigo». Y lo que pasaba con él, claramente, era que se estaba transformando en ese sicario que debía ser. Y así se hacía irreconocible no solo ante su público, sino ante sí mismo. La idea era desaparecer de una vez al hombre de rulos y de nariz roja con el que –por ahora- ha decidido zanjar.


Terno gris ermenegildo zegnA

+61


Perfiles

Para encarnar a un sicario, Alcántara estimó algunas referencias recomendadas por los directores: ver la filmografía entera de Christian Bale, una de ellas El maquinista, y estudiar al Robert de Niro de taxi DrivEr. Tuvo que leer un libro llamado Cómo DEjar DE aCtuar, de Harold Guskin, un actor, director de escena y coach norteamericano para actores que le enseñó a quitarse todas las muecas de claun que había adoptado por tener puesta la nariz roja más de diez años. El Machín de Pataclaun tenía que desaparecer. Y él sabe que se puede librar de la nariz, pero no de la fama. Aún no. Abruptamente, un patrullero se pone a nuestro lado. «Ya fuimos, nos van a parar», dice Alcántara. Se escucha el claxon. Volteamos. Y por los altoparlantes el agente copiloto grita: «Buena Machín, te veo hasta en la sopa». Carlos, por primera vez en el trayecto, ríe.

Alcántara pasó de ser el hijo de clase media que le hacía la vida imposible a su madre a ser un sicario caza terroristas. De la comedia que acalambró a punta de carcajadas a tres millones de peruanos, a un drama real que forma parte de la historia del Perú. ¿Te has cansado de la comedia? No, pero quiero hacer otro formato, otro código de actuación. Acá hay algo importante y que hay que decirlo. Los actores somos instrumentos. Unos mejores que otros, pero somos instrumentos. Cuando leí el guion me gustó y me embarqué en esto. A pesar de que tengo años en la actuación, era la primera vez que hacía algo así. Me interesa el hecho de tener un personaje que tenga un desarrollo interno. Creo yo que estoy empezando una nueva carrera, a mis casi 50 años.

El actor cree que el olfato va más allá de la nariz: «Hay un olfato que previene». Ese olfato tiene que ver con el tacto, el gusto, y claro, eso que le dicen el sexto sentido que, además de ser un bien exclusivo de las mujeres, está presente en el personaje de Alcántara. «Es como un animal de la calle que si no come no come pues, él tiene una misión y no termina hasta que la cumple: que es matar terroristas». Alcántara tuvo un solo acercamiento al terrorismo en su vida. Ensayaba todos los días en el teatro Británico y vivía en la calle Santa Isabel, en Miraflores. Cuando terminaba su rutina cogía su bicicleta y cortaba camino por Tarata. Ese día, ese 16 de julio de 1992, el ensayo se canceló. Se quedó conversando con una amiga en el cuarto que alquilaba en Miraflores. Entonces todo retumbó. Eran los dos coches bomba con los que Sendero Luminoso mató a 25 personas y dejó heridas a más de doscientas. Fue a las nueve y cuarto de la noche, la hora en que Carlos pasaba por ahí. «Mirábamos por la ventana un humazo, la gente gritaba terroristas y ni siquiera podíamos salir porque se escuchaban balazos. A la hora y media se aparece Jean Paul Strauss, blanco como un papel. Había tenido que subir al edificio de Tarata a rescatar a sus hermanitas, y había caminado entre gente herida y había visto a los muertos. Entonces yo tenía a un fantasma frente a mí que tenía que consolar».

"Los actores somos instrumentos. Unos mejores que otros, pero somos instrumentos. Cuando leí el guion de Perro Guardián me gustó y me embarqué en esto. A pesar de que tengo años en la actuación, era la primera vez que hacía algo así. Me interesa el hecho de tener un personaje que tenga un desarrollo interno. Creo yo que estoy empezando una nueva carrera, a mis casi 50 años"

¿Te sentías menos actor con lo que venías haciendo antes, digamos, AsumAre!, PAtAclAun? No, no, para nada. Tengo 27 años haciendo esto, y en todo ese tiempo he hecho muchas cosas, pero siempre me preguntaba: «¿Dónde está esa parte mía de hacer drama?». Y lamentablemente, todo lo que tuve como propuesta fue comedia. Perro Guardián, su personaje, es un atormentado que «se va loqueando», dice él, por un tema de culpabilidad. A su personaje le decían el Perro

+62

porque tenía un olfato muy especial. Le decía a sus compañeros: no, no vayamos por acá. Por acá ha pasado terruco.

Y desde el punto de vista del personaje, de la venganza, del sicariato, del Perro Guardián, ¿ha cambiado en algo tu visión del terrorismo? Al margen de la película yo creo que cualquier forma de violencia es un error. Sea tanto por parte de los terroristas como de los militares, está mal. La película no cambia mi forma de pensar. He tratado de entender a los terroristas y a los militares, he tratado de entender a las personas que reciben órdenes y no se cuestionan nada y actúan. Y una orden, de donde venga, no justifica la muerte. La vida se trata, para mí, de generar más vida. No de acabar con ella.

Hay similitudes entre el personaje de PErro GuarDián

y Carlos Alcántara. El hacerse invisible, por ejemplo. Si ya desde Pataclaun su reconocimiento era inminente y callejero, su éxito después de asumarE! era insondable. Él sabe que esa fue la parte más difícil y a la vez más placentera de ganar fama. «Ahora entiendo a las grandes estrellas. Uno dice: “como se va a poner lentes y gorra para que no lo reconozca, qué atorrante”. En realidad es por comodidad. Porque al hacer contacto visual con el otro, abres la puerta para que se te acerque y te salude y quiera tomarse la foto contigo». Por eso hoy, Carlos Alcántara lleva unos lentes Ray Ban oscuros. «No me estoy tapando, porque hasta


Casaca y pañuelo Salvatore Ferragamo

tapado me reconocen. Hay un tema con los ojos. Si yo te miro directamente con los ojos, es mucho más rápido el acercamiento. Es autoprotección». ¿Qué tendría que pasar para que llegaras al extremo de eliminar a alguien, de parecerte en lo más cruel a tu personaje? Creo que por cuidar a mis hijos, a mi familia y a mis seres queridos, estaría dispuesto a matar. Si les hacen algo, si se trata de salvarlos, como cualquiera, creo, estaría dispuesto a hacer lo que sea. Me indigna y me encoleriza o me provocan sensaciones similares cuando veo o escucho de

abusos, violaciones e injusticias. No soporto la injusticia. En pleno Centro de Lima, hay gente que al mediodía camina de un lado a otro. Pero nadie ha notado que ahí esta Cachín, el muchacho que batió records de taquilla, nadie sabe que detrás de esos lentes, esa barba, otra vez canosa, y ese polo negro adosado al torso, es el Perro Guardián, Carlos Alcántara. Realmente, nadie lo ha notado. ¿Cómo se camufla después de tanto éxito?. «Pongo cara de gente común, responde. Yo ya he aprendido a cómo hacerme invisible».

Producción: Mariana Chamot / Pia Gonzales Vigil Fotógrafo: Alonso Molina Fotos Making of: Maria Belen Panizo Video Making of: Sensorial films Maquillaje y Peinado: Sono Salon Agradecimientos: Sofá Cafe, Natalia Alayza, Ermenegildo Zegna . Salvatore Ferragamo . Adolfo Dominguez

Encuentra más fotos y el video del making of en www.asiasur.com

+63


A la diseñadora Andrea Llosa siempre le han llamado la atención las tribus urbanas: sus respuestas alternativas, su actitud autónoma, su libertad para definir estilos nuevos. Su más reciente colección, inspirada en los punks, marcó su debut en la feria de exportación Perú Moda.

+64

Cuando Andrea Llosa llegó a España, entre su equipaje había varios pares de zapatos de taco. Ocho años después, a su regreso a Lima, en sus maletas los zapatos habían sido reemplazados por zapatillas. A la diseñadora de modas, el ambiente de Barcelona le calzó perfecto: en sus calles se impone un estilo bohemio que no por ser relajado deja de tener actitud. Para alguien como ella, acostumbrada a verse bien sin sacrificar comodidad, Cataluña fue el espacio perfecto para conocerse como diseñadora y encontrar su estilo sin dejarse llevar por tendencias. Ya establecida en Lima, Andrea Llosa busca en sus diseños proponer un estilo propio mientras se mueve al compás de Lima, una ciudad

en la que la prolija elegancia que por décadas dictó la moda va virando hacia la mayor libertad con que se visten las nuevas generaciones. Para la colección que presentó el miércoles 9 de abril en su debut en Perú Moda, la diseñadora se inspiró en esa actitud que lleva a los jóvenes a desafiar las costumbres y vestirse como les plazca, una actitud que refleja bien el movimiento punk. Pero ¿cómo expresar ese estilo de vida sin copiar la crudeza estética de esta subcultura? Llosa mezcló colores y materiales que recuerden un estilo, al tiempo que permiten a la diseñadora proponer la soltura y el espíritu fresco que caracteriza a sus


ANDREA

llosa no quiere vestirse a la moda

Por Joaquín Salas / Fotos de Augusto Escribens

diseños: telas como la viscosa, la cuerina, el lamé, el tul y el cuero; los colores variaron entre el negro, el azul marino y el vino. Hace poco estuvo en el LIF Week, donde la prensa se le acercó para preguntarle qué consejo daría a las mujeres a la hora de vestirse. Su respuesta: «Hay que ponerse lo que a uno le apetezca, pero que sea natural. No estés cuatro horas en tu cuarto pensando qué es lo que más va a llamar la atención». Esa misma mañana había decidido qué vestido tenía ganas de usar, y por la noche lo único que tuvo que decidir fue si usaría o no sombrero.

triple shine

Se probó uno, se miró al espejo y le gustó la combinación. Listo. «Mi esposo dice que lo que más le gusta de mí es que me cambio rápido. Nunca salió con alguien que se cambie en menos de cinco minutos», cuenta entre risas. Pero la celeridad no implica hacer las cosas sin pensar. Andrea es una mujer que se conoce muy bien y sabe qué busca cuando se viste: diferenciarse del resto. Diferenciarse como las tribus urbanas que siempre le llamaron la atención con su actitud de negar al rebaño y transgredir, como cuando se ponía aretes en la nariz y la ceja, como cuando decidió tatuarse. Sin embargo, con ella misma como con sus

+65


Punks

Hace poco estuvo en el lif week, donde la prensa se le acercó para preguntarle qué consejo daría a las mujeres a la hora de vestirse. su respuesta: «hay que ponerse lo que a uno le apetezca, pero que sea natural. no estés cuatro horas en tu cuarto pensando qué es lo que más va a llamar la atención»

clientas, diferenciarse no pasa por llamar la atención de todos, sino por lograr un estilo que destaque a la persona. «No estoy buscando que a mi clienta se le vea como la más regia de la fiesta, ni la más escotada ni la más flaca. Estoy buscando que con un vestido sencillo se le vea como la que tiene más onda, que se vea linda sin esfuerzo». Por estos días, Andrea Llosa por fin ha hecho realidad una de las iniciativas que tenía en mente hace ya buen tiempo: unir su profesión con la ayuda social. En el marco del Día de la Madre, desde el 14 de abril hasta mediados de mayo se venderán en los supermercados Wong sus pañuelos para el cuello, tejidos en punto y diseñados en seis colores diferentes. Por cada uno que se venda se regalarán dos cuelleras de polar a niños de localidades donde más fuerte pega el frío en Cusco y Puno. Con sus pañuelos a la venta, sin embargo, es tiempo de que Andrea vuelva a lo que mejor sabe: diseñar. De lunes a viernes llegará a su taller a las ocho de la mañana y se sentará en su escritorio hasta las once. Cómoda y con actitud, como siempre.

+66


renovarse o morir Después de veinte años de carrera, el mexicano Celso Piña decidió reinventar su música. De los vallenatos clásicos pasó a la fusión de sonidos tropicales con música popular, por lo fue nominado a dos premios Grammy, y que lo llevó a trabajar con los más variados y reconocidos músicos de Latinoamérica. A los 61 años, el nuevo sonido de su acordeón llega a Lima por primera vez. Por Joaquín Salas

Los primeros veinte años de su discografía, que inició en 1980, se difuminan en algunas canciones y datos sueltos. En realidad, en los noventa, Celso Piña sobrevivió a punta de singles, covers y discos compilatorios. En internet Celso parece haber aparecido, de pronto, en el 2001, con su disco Barrio Bravo, con el que el músico mexicano que había hecho del vallenato clásico colombiano su marca personal se reinventaba a los 49 años. Incluso en el 2002, además de ser nominado al Grammy en la categoría Mejor Álbum Tropical Contemporáneo, también lo fue en Mejor Nuevo Artista. Su reinvención musical se considera casi como su nacimiento oficial. Su sonido

+68


Sobrevivientes

«Yo comprendí que a mí me había costado mucho mi carrera como para acabar tocando en cantinas por semillitas y cacahuates. las nuevas bandas de vallenato cobraban una quinta parte de lo que yo cobraba. Quizá a ellos les valía un pito porque agarraron el camino pavimentado por mí. Así que recordé: ‘renovarse o morir’»

+70

siempre había sido el del acordeón, del tambor, del cencerro y del bajo. Ahora, después de veinte años de carrera, era complicado siquiera definir la amalgama de instrumentos y ritmos –vallenato, rock, pop, hip-hop, reguetón, electrónica– que lograba con la colaboración de Café Tacvba, Control Machete, Álex Lora, Julieta Venegas, El Gran Silencio, Natalia Lafourcade, entre otros. «Culpo de mi cambio a todas las agrupaciones que salieron aquí después de mí», dice desde su casa en Monterrey, en el norte de México. Durante buena parte de los ochenta, Celso Piña fue conocido por su música como El Cacique de La Campana, una colonia en la colina sur de la ciudad. «A partir del 87 empezaron a salir grupos hasta debajo de las piedras, cabrón», recuerda. Pero ahora su voz por primera vez se escucha seria, fastidiada. «Yo comprendí que a mí me había costado mucho mi carrera como para acabar tocando en cantinas por semillitas y cacahuates». De pronto –recuerda Celso– las nuevas bandas de vallenato cobraban una quinta

parte de lo que cobraba él. «Quizá a ellos les valía un pito porque agarraron el camino pavimentado por mí. Así que recordé: ‘renovarse o morir’». Celso quería ser veterinario pero lo más parecido a eso que ha logrado es tener diez perros en su casa. Como el mayor de nueve hermanos, para él solo hubo estudios hasta la secundaria. Fue repartidor en una sanguchería, ayudante de un distribuidor de frutas y de una fundición que hacía figuritas de santos y el de los mandados en un hospital infantil. Pero a la par, su padre le hacía tambores con los barriles de avena y güiros con botellas de gaseosa. Después de escuchar a los acordeonistas colombianos Aníbal Velásquez y Alfredo Gutiérrez se empecinó en aprender a tocar este instrumento. Celso Piña llega al Perú por primera vez a los 61 años. Su nombre aquí puede resultar una incógnita. Pero con un músico que aprendió a tocar el acordeón después de los veinte, sacó su primer disco a los treinta y alcanzó el reconocimiento mundial a los cincuenta, nunca es tarde.


TError DE

LEYENDA En La cara deL diabLo, el más reciente largometraje del director peruano Frank Pérez Garland, siete jóvenes limeños viajan a Tarapoto por el feriado largo de Semana Santa, sin imaginar que sus vidas estarán en riesgo por entes malignos que intentarán poseerlos. La mística selva inspiró a este director que nunca pensó en dirigir una película de terror, y que hoy no descarta rodar, a futuro, un segundo filme de este género. Por Rodrigo Alomía / Fotos de Santiago Barco

+72


La cara del diablo iba a incluir la lucha entre el bien y el mal. Pero la noche en que Frank y Vanessa optaron por presentar las dos versiones que se verán en la película, El teléfono del segundo piso de su casa se malogró y el altavoz del aparato expulsaba unas voces inexplicables.

L

a primera vez que Frank Pérez Garland se interesó por el relato del tunche fue en noviembre del 2012. Había viajado a Tarapoto con su esposa, la actriz Vanessa Saba, para visitar a un amigo, Gustavo Sánchez, que participaba en la producción de una película de terror. «En ese viaje me interesaba la gente. No la que estaba en el hotel, sino los grupos de personas que conocíamos en cada pueblo por los que pasábamos», dice Frank esta mañana desde su casa en Miraflores. Precisamente fue en una de esas tantas conversaciones con los tarapotinos en la que Pérez Garland escuchó una historia que se le grabó: la de una joven limeña que visitó Tarapoto y enloqueció de pronto. «Era una coloradita así como tú», le dijo uno de los pobladores con los que habló. El director pensó que podría referirse a algún brebaje alucinógeno de la zona, pero el tunche era la explicación usual de los lugareños para la locura repentina de esa chica años atrás. «Cada

+74

historia tenía un matiz distinto; me pareció curioso que me la contaran de diferentes formas. Conversé con Gustavo, y salió la idea de hacer una película de terror que fuera empática con el público». En primera instancia, La cara deL diabLo iba a incluir la lucha entre el bien y el mal. Algo similar a un enfrentamiento entre el tunche y Dios, además del grupo de jóvenes limeños torturados. Pero la noche en que Frank y Vanessa optaron por incluir las dos versiones –o caras– de la maldad que se verán en la película, algo raro sucedió. El teléfono del segundo piso de su casa, al parecer, se malogró. Cada vez que Frank contestaba una llamada y colgaba, el altavoz del aparato expulsaba unos sonidos y voces inexplicables. Y en su sala empezó a sentir corrientes de aire que nunca antes habían corrido. Del tunche se habla bastante en la Amazonía peruana. Es el alma

en pena de un hombre que vivió atormentado –dicen algunos– y que al morir empezó a deambular por la espesura de la selva, al acecho de arrancar la existencia a cualquier caminante incauto. Otros lo definen como un demonio que goza aterrorizando a la gente y llevando el mal augurio a cada pueblo o familia, y están los que lo creen un guardián de la flora y fauna, que solo castigará a aquel que ose faltar el respeto a la naturaleza. También se dice que es un ave, un brujo, un diablo, un ente con patas de cabra que puede adoptar el aspecto de cualquier humano a su antojo. Mil y una versiones de este personaje se entretejen en el imaginario de esa región del Perú, y la mayoría de historias coinciden en un punto en común: el tunche silba antes de atacar. Es un chirrido que primero comienza lejano y se aproxima inesperadamente, en señal de que debes correr cuanto antes y sin mirar atrás. Frank Pérez Garland no cree en leyendas. No tiene cuadros u objetos religiosos en su casa ni cree en los personajes o relatos místicos

que van de boca a boca o de libro en libro, pero reconoce que llaman bastante su atención. «Una cosa es que no crea y otra que no las valore. Entiendo la importancia de cada una de las mitologías y me interesa cómo se convierten en una especie de leyenda». La cara deL diabLo está inspirada en hechos reales, así como también en el género de horror estadounidense famoso a fines de los noventa, ese en que un grupo de adolescentes alborotados son asesinados lentamente por algún psicópata o ente paranormal. Pérez Garland vio con minuciosidad las películas Scream o Sé Lo que hicieron eL verano paSado; y otras obras cumbres del horror como eL exorciSta y más recientemente eL conjuro. Era necesario para un director cuyo primer filme fue una comedia donde se retrataba los problemas amorosos de cuatro parejas de diferentes edades. Hoy quiere dar la sorpresa asustando a los demás. «Nunca he sido un fan del terror, pero tengo ganas de hacer otra película. Es un género muy particular, un trabajo raro, distinto a los otros. Como director es un reto mucho más grande, en el que necesitas todos los elementos del cine para asustar».


esp eci ala rqu ite ctu ra

EL ARQUITECTO QUE ESCAPA DE SUS CLIENTES ¿Por qué un consagrado de la arquitectura –el mismo que ha diseñado edificaciones de más de dos millones de dólares como Casa Lefevre (Cañete, 2008)– de pronto prefiere diseñar solo para sus amigos? Luis Longhi –un peruano que ha brillado en la India, Europa y Estados Unidos– cada día se concentra más en sí mismo. Mientras planea diseñar el Machu Picchu contemporáneo, solo acepta proyectos que lo emocionan, como el de una casa que hizo por mil soles a un trabajador de Nuevo Chimbote. Por Eduardo Cornejo / Fotos de Santiago Barco

+76


u

Un modesto trabajador de una empresa pesquera de Nuevo Chimbote llega al Colegio de Arquitectos, en Lima. No sabe quién diablos es Luis Longhi, pero pregunta por el mejor. Estamos en el verano del 2010. El hombre quiere construir una casa en su terreno de seis por quince metros. El hombre es pobre pero atrevido. Le dicen que busque a Luis Longhi, reciente ganador del Hexágono de Oro, la mayor condecoración en el rubro gracias a su Casa Pachacamac, una majestuosa obra en la que están medidas a perfección la entrada y la salida del sol por las ventanas. Le dicen también que Longhi es buena gente. No le dicen que Longhi es disléxico. Tampoco le dicen que en 1981 se convirtió en el único estudiante de la Universidad de Pensilvania en lograr dos títulos de maestría simultáneamente, donde se graduó con honores como licenciado en Arquitectura y máster en Bellas Artes con mención en Escultura. El trabajador pesquero llama a la oficina del arquitecto, en San Isidro. Llama sin saber que Longhi es tan talentoso que fue invitado a trabajar en un estudio de Amhedabad, la India, donde pasó seis meses diseñando sistemas de alojamiento. Y cuando por fin contestan el teléfono, el hombre de Nuevo Chimbote exclama: «Quiero que el mejor arquitecto del país diseñe mi casa en un terreno de seis por quince metros». La asistente de Longhi, que atiende, se sorprende. Le cuenta luego a su jefe, y este se niega rotundamente. «Como cualquier arquitecto entendí que responderle –dice mientras se ríe ahora en su estudio– sería una pérdida de tiempo». Pero el chimbotano insiste. Llama repetidas veces. Longhi, al fin, se rinde. Le da una cita. Durante el encuentro, el arquitecto nota algo en este señor: la valentía de soñar. Y soñar es algo que Longhi hace y valora. —«Este modesto trabajador, que hablaba mal el español, me pregunta cogiéndose fuerte de las asas de la silla donde estaba sentado: “¿cuánto me va a cobrar, arquitecto?”», recuerda Longhi. —«Mire –le dije– yo soy bien caro». —«No se preocupe –contestó–, yo tengo mil soles», dijo el hombre. Longhi sonrió; la valentía de este hombre lo había convencido. La plata ya no importaba. Sería su arquitecto.

Ese cliente nunca se olvidará de ti. Sucede a veces que los clientes sí se olvidan de ti. Pasan los recuerdos bonitos de la entrega de la casa y se acuerdan más de cosas como «se nos

+77


Especial / Arquitectura

«Yo tengo sesenta años, y he dedicado mi vida a un solo sueño, que es la arquitectura. Y es bastante. He sacrificado matrimonio, familia, absolutamente todo por esta cosa que no la puedo distinguir, pero que sé que hierve dentro de mí; es algo que nunca puedo saciar»

inundó tal habitación por la cañería». Se acuerdan más de las malas cosas que de las otras grandísimas que se hicieron. Una pequeña falla le gana a la obra total en la que pusiste una gran bondad.

entonces me tienen enganchado. Y yo le digo a mi padre que mis clientes se parecen a él. Él, cuando llamaba al mecánico para arreglar el carro, le decía: «Mira, si lo haces bien, yo tengo una flota de carros esperando».

Pero la vida es así; siempre los errores son más grandes que los aciertos.

Te ofrecen la miel.

Yo no sé si en todas las sociedades. Esto te desmoraliza un poco. Mi sueño ha sido no tener clientes, y creo que mi sueño se está cumpliendo. Ya no tengo clientes. [Risas]

¿Cómo vives sin clientes? Tengo muy pocos, pero podría tener más. Si tuviera, pues, otra conducta. Si fuese más sumiso o más sobón, si fuese más correctamente sociable…

O políticamente correcto. Exacto. Políticamente correcto, pero eso no significa que no sepa cómo debería portarme.

¿Cómo es un cliente de Longhi? La mayoría son amigos entre sí. Algunos clientes son extraordinarios, otros son extraordinarios mientras te necesitan. Estos últimos, mientras les haces la casa, te prometen: «Luego de la casa vamos a hacer un hotel». Y

+78

Te ofrecen la miel, y no puede ser que a un profesional de prestigio le estén ofreciendo la miel, y peor aún que ese profesional sea tan estúpido de aceptarla, de atracar. [Risas]

¿Qué te han ofrecido como miel? Sigo esperando un hotelito en Puno. Sucede que me dieron en la yema del gusto porque yo soy de ahí. «Quiero que me hagas un hotelito en Puno, frente al lago Titicaca y que se parezca a la Casa Pachacamac», me dijeron. Entonces yo todos los años le mando a este cliente una tarjeta de Navidad. Le digo: «Cómo estás, ¿y el hotel?». Y creo en realidad que uno no debe ser tan sentimental.

¿Y tú eres muy sentimental? Soy muy sentimental y me entrego mucho. Como cuando te enamoras y te entregas a una chica, y luego te deja y uno le dice: «¡Oye, pero era en serio! ». Y te responden: «Bueno, para mí no».

¿Cuánto sentimiento dejas en una casa que terminas? Todo, lo dejo todo ahí. Es exactamente igual al amor.

Porque haces esta obra llena de amor y luego la entregas, la abandonas… Sí, y no solo eso. Entrego la casa y quiero olvidarme de ella. Ni siquiera quiero ir porque sé que me parecerá mal lo que pongan como decoración. Al final mucha gente ha descrito muchas veces mis casas como esculturas en el paisaje. Y es un gran halago. Pero, claro, si son esculturas, ni las habites, míralas, no las toques. Hay un verso de Vallejo que leí hace unos días que decía: «La casa no es casa cuando se termina de construir, sino cuando se empieza a habitar». Aún no llego a esa perfección de hacer una casa con la que me sienta cómodo y que se habite. Cuando mis casas se comienzan a habitar, me siento un poco incómodo porque me gustaría controlarla.

¿Te ha pasado esto con la Casa Pachacamac, tu casa mundialmente conocida? Cuando vienen los dueños y me dicen: «esta casa será peligrosa para mis nietos, ¿y si les ponemos barandas?». Y yo pienso, ¿barandas en una casa


Especial / Arquitectura

«voy a construir la primera casa de marca Longhi, en la que el arquitecto soy yo, el cliente soy yo y el lote me pertenece. a veces me digo: "He hecho una casa por un millón de dólares y la han vendido en dos, y a mí no me ha tocado nada, excepto los honorarios". Y me pregunto: "¿por qué no invierto yo en ese beneficio?"»

de campo en un cerro? [Risas] Entonces, claro, ahí es donde chocan los sentimientos. Lo que pasa es que entrego tanto, que quiero que me devuelvan los mismos sentimientos.

Casa Longhi está entre dos casas que hemos hecho nosotros, que ahora están sobre los dos millones y medio de dólares cada una. Estará metida entre dos casotas. Yo no le veo pierde.

Yo creo que sí. Yo me tengo que sorprender todos los días de algo que hago.

¿En qué andas ahora?

En una última entrevista, no hace mucho, me dijiste: «Quiero construir el Machu Picchu contemporáneo». Sé que muchos arquitectos dijeron: «¿Y quién se cree este Longhi?»

Todos los días. Cómo reaccionan mis alumnos, cómo reaccionan mis asistentes, cómo reacciono frente a los proyectos.

Estamos en una empresa muy bonita a punto de construir la primera casa de marca, que le decimos la primera Casa Longhi, en la que el arquitecto soy yo, el cliente soy yo y el lote me pertenece. Y no sé si sea pretencioso, pues a veces me digo: «He hecho una casa por un millón de dólares y la han vendido en dos, y a mí no me ha tocado nada, excepto los honorarios». Y me pregunto: «¿por qué no invierto yo en ese beneficio?».

¿Y cómo será esa casa? A esa casa le hemos puesto de apodo La Cenicienta porque no sabemos para quién será, pero vendrá alguien, se pondrá el zapatito, le quedará perfecto y pagará por ello.

¿Cómo imaginas que será este cliente? Como yo. Pero a veces la visualizo como para clientes que ya han pasado por la oficina. Con Héctor Suasnabar, mi constructor, que está metido en este mismo sueño, a veces decimos: «Oye, esta casa está hecha como para fulano, ¿no?». Y decimos: «Él se la merecería». El proyecto de la

+80

A ver, yo tengo sesenta años y he dedicado mi vida a un solo sueño, que es la arquitectura. Y es bastante. He sacrificado matrimonio, familia, absolutamente todo por esta cosa que no la puedo distinguir pero que sé que hierve dentro de mí; es algo que nunca puedo saciar. Y la única manera de saciarlo es con eso, tomando algo como una misión de vida. Y mi misión de vida, como filosofía de vida, es escaparme de la mediocridad. Yo tengo la desesperación de hacerlo. Y no es precisamente porque haga el Machu Picchu contemporáneo, sino porque en algunos años se dirá: los arquitectos del siglo XXI en el Perú hicieron esto. Y creo que ahí estaré yo. Yo trabajo por la arquitectura peruana. Hago arquitectura peruana.

¿El pensamiento Longhi debe tener un poco de locura?

¿Y te sorprendes todos los días?

¿Hoy día de qué te has sorprendido? Hoy, después de veinte años de hacer las escenografías de las obras de teatro en el Centro Cultural de la PUCP, me sorprendí de algunas situaciones. Por ejemplo, de lo que puedo sentir y de lo que puedo hacer sentir. Que tenga la paciencia o la sensibilidad de querer conmover con tu trabajo. «La obra de teatro está perfecta, no necesita escenografía», le dije hoy a Edgar Saba, el director. E inmediatamente comencé a cuestionar mi propia escenografía. Y comencé a cambiar todo, y las caras de los que estaban ahí también comenzaron a cambiar. Me querían matar.

¿Y qué te dijeron? El director [Edgar Saba] comenzó a soñar conmigo. Hasta que alguien dice: «No, no, pero eso no alcanzará en el presupuesto». Entonces esos son los que están acá para cumplir un rol en la vida. Los otros, los que sueñan,

estamos dispuestos a cambiar las cosas en la vida.

¿Qué siente Longhi cuando no le permiten cumplir un sueño? Frustración. A veces pienso que estoy adelantado en todo, a veces pienso que soy muy romántico, a veces reniego mucho conmigo mismo. A veces me llaman clientes y me dicen: «Tengo un terrenito», y comienzan a explicarlo, y yo ya sé que esa empresa no llegará a buen puerto. Es como retroceder, como volver a ser adolescente y comenzar todo de nuevo. Últimamente los proyectos que acepto son los que no me pagan.

¿Existe la inspiración? Sí, y es el momento de la conversación. Charlando descubro cosas de mí mismo. Esta conversación, por ejemplo, la repetiré en mi clase de mañana.

¿Por qué si eres tan famoso, no eres un divo? ¿Qué es ser un divo? De repente lo soy.

Tienes unas zapatillas simples, un jean, una camisa hawaiana… Y el pelo largo... [Risas] No sé, debe ser una impostura. A mí no me importa ser un divo, a mí me importa hacer arquitectura. ¿Para qué serlo?.


La chica de las soluciones Mónica Prialé, antes de decidir por los colores y las formas, se dedica a reconocer los problemas cotidianos de sus clientes. ¿Qué cambios requiere la habitación de una niña que no puede dormir por las noches? La diseñadora y conductora de TV tiene la respuesta. Por Raúl Lescano / Fotos de Santiago Barco

+82


M ónica Prialé tenía que rediseñar el cuarto de una niña de tres años. El primer paso siempre es escuchar a su cliente para entender sus necesidades. «Una casa es como leer a la persona que vive ahí», dice. Comprender y saber sobre las personas que habitarán un lugar es una rigurosa investigación que determina las certezas de ese relato. «Para qué vas a hablar con ella si la que va a decidir soy yo», decía la madre. Pero Mónica sabía que, por más ideas que tuviera la madre, algo le podría decir la niña para acertar en la decoración de su habitación. «El hueco; me da miedo el hueco», fue lo único que dijo la niña mientras la madre le mostraba otros espacios de la casa. Una vez en el dormitorio de la pequeña, Mónica observó el hueco: cinco centímetros de vacío entre el colchón y la pared en los que cabían las más aterradoras fantasías que hacían que casi todas las noches se pasara a la cama de su mamá. Mónica había encontrado el objetivo del proyecto. No se trataba únicamente de que el cuarto sea lindo, sino de que la niña no tuviera más miedo y durmiera en su cama. Diseñó un panel inclinado de pequeñas luces en la pared, de tal manera que no solo ya no había hueco, sino que ahora contaba con una luz tenue para espantar a los monstruos nocturnos. A las tres semanas la llamaron por teléfono: la niña no había vuelto a abandonar su cama. «Para mí es importante que el diseño, el mueble o la distribución que haya decidido haga un cambio en tu día a día. Más allá de si un mueble es rosado, azul o morado hay que resolver los problemas», dice Mónica Prialé desde su oficina en San Isidro que comparte con dos arquitectos. Cuando Mónica era pequeña, su madre convertía los fines de semana en intensas jornadas de manualidades. Recuerda, por ejemplo, cómo en una Navidad le enseñó a usar cuchillos calientes para hacer un trineo y renos de tecnopor o cómo usar cáscaras de huevo para hacer mosaicos o macetas con fondos de botellas. Hasta entonces su madre era la diseñadora de su vida. Pero a los diecisiete años, Mónica apostó por la arquitectura a la vez que dictaba clases de matemática en

+84

«Mi onda es que tu casa te reciba, que sea cómoda, acogedora. Creo que el espacio se construye con todo mientras eso se armonice para ti»

una academia preuniversitaria, en su colegio y de manera particular. Dos años después, cuando decidió estudiar Diseño de Interiores y empezó a llevar cursos de color y de estilos de decoración, descubrió que detrás de cada mueble había una historia: una niña con miedo, por ejemplo, o una pareja a la que le queda pequeño un cuarto porque no esperaba mellizos o una madre que no sabe cómo poner el árbol de Navidad sin que ocupe la mitad de su sala. El problema del árbol de Navidad fue suyo. Si por ella fuera, no habría necesidad de armarlo. Es más, después de seis meses de haberse mudado, su sala –confiesa – aún está ocupada por cajas sin desembalar. Pero la ilusión

de Nicolás, su hijo de cuatro años, la hizo pensar en una salida. «Mi onda es que tu casa te reciba, que sea cómoda, acogedora. Creo que el espacio se construye con todo mientras eso se armonice para ti». Para su árbol de Navidad, Mónica consiguió veinte troncos de eucalipto, taladró la pared y armó un árbol plano sobre la pared que decoró con luces y adornos dorados y beige. El pequeño proyecto se convirtió en un capítulo de InterIores, el programa de diseño que conduce desde hace un año en un canal de televisión. En el primer casting le pidieron que hablara sobre el lobby de un departamento al que la habían llevado. Dijo que había muebles en el lugar que no cuadraban en ese

espacio, que eran lindos pero que el espacio no había sido pensado. La casa era de una de las cabezas del canal. No hubo resentimientos. Por el contrario, le dieron la conducción, y el primer programa consistió en remodelar ese lugar. Hoy Mónica siente que no le alcanzan las veinticuatro horas del día. Esa manía por las matemáticas que arrastra desde niña la ha transformado en una mujer que lo calcula todo: ajusta sus tiempos para cumplir con los ocho proyectos de diseño que tiene ahora, las dos grabaciones semanales de su programa y las atenciones de su hijo. Este fin de semana también ya está programado: ordenar la sala de su casa de una vez por todas.


LA CASA DE CARTÓN DE UN ARQUITECTO QUE BUSCA DESASTRES El japonés Shigueru Ban ha diseñado centenares de casas destinadas a sobrevivientes de catástrofes naturales, todas construidas con material reciclable. En vez de usar atuendos carísimos, siempre acude a las premiaciones con la misma chaqueta: aquella que le regaló su madre. El mejor arquitecto del mundo todo lo recicla. Por Eduardo Cornejo Si antes de Cristo un carpintero como Noé preservó las especies con una nave de madera, en esta era Shigeru Ban lo intenta construyendo casas con tubos de cartón, cajas de fruta y de cerveza en lugares donde el mundo anda patas arriba. Tras el terremoto en Haití en el 2009, donde 300 mil personas murieron, Shigeru Ban apareció con la simple arquitectura de cilindros de cartón para ayudar a los que se habían quedado sin resguardo ante la catástrofe de uno de los países más pobres del mundo.

a los sincasa de Puerto Príncipe. Lo hizo con el material que es seña de la identidad de su trabajo: el papel, o más concretamente cilindros de cartón que, tras recibir un tratamiento con poliuretano, se convierte en una sólida base para levantar refugios o viviendas temporales con un costo mínimo. Cuando acabó de diseñar las casas para los damnificados, explicó su trabajo sentado en una silla de cartón desde su despacho en Tokio: «El principal desafío en Haití fue logístico, porque casi no había gente que se hubiera librado de los daños del terremoto».

Este arquitecto, autor de edificios que ya pasaron a la historia, como el del Centro Pompidou-Metz, en Francia, jurado del Pritzker –algo así como el Óscar de la arquitectura– entre el 2006 y el 2009, y con clientes que pagaban cientos de miles de dólares por sus diseños, decidió dejar su acomodada vida para resolver la existencia

Antes y después de esta experiencia, otras catástrofes habían despertado su pasión por ayudar a quien el desastre dejó sin nada. En 1994, tras conocer las míseras condiciones de los desplazados en Ruanda, Shigeru Ban llamó a las puertas de la Acnur (la Agencia de la ONU para los Refugiados) en Ginebra para ofrecerse como

+86


¿Cuáles son sus valores?, le preguntaron una vez. «La modestia», dijo shigheru ban Y continuó: «La complejidad que se necesita para hacer las cosas sencillas»

general no me pregunto demasiado sobre lo que hago, ni suelo categorizar mi trabajo. Pero luego de leer [lo que Isozaki escribió] aprendí mucho sobre mí mismo y me quedó más claro lo que hago».

consultor. Así comenzó en 1995 en el país africano su trabajo para dar techo a los más necesitados, y construyó refugios y viviendas extraordinarias con materiales ordinarios, y principalmente de cartón, en un país donde una guerra civil acabó con el 75% de la población tutsi, es decir, alrededor de un millón de vidas. No fueron las únicas tragedias que lo atraerían: Kobe, en Japón, tras el gran terremoto de 1995, Turquía en 1999, la India en el 2001, Sumatra en el 2004, Sichuan, en China, en el 2008 o L´Aquila, Italia, en el 2009. «La mayoría del tiempo estamos trabajando para las personas privilegiadas que tienen dinero y poder, estamos contratados para visualizar su poder y el dinero con ar-

+88

quitectura monumental, pero yo sabía que muchas personas sufrían después de los desastres naturales, y los gobiernos les daban instalaciones de evacuación muy pobres». Eso dijo después de ganar el Pritzker, hace tan solo algunas semanas. Cuatro años antes, en el 2010, Arata Isozaki, una eminencia de la arquitectura japonesa y mundial (profesor en Harvard, Yale y Columbia) y que por edad podría ser su padre, definió el trabajo de Ban como el encuentro de tres agendas diferentes: «la de un formalista, la de un inventor de materiales y la de un activista social. Entender su trabajo como una de estas por separado –escribió– sería un malentendido». Shigeru, agradecido, respondió: «Por lo

Hace un año le preguntaron en una entrevista para el diario español El País si se consideraba el próximo ganador del Pritzker. «No –contestó–, ese es un premio para cuando alcanzas el máximo nivel en la profesión». Y de tan modesto se lo llevó este 2014.

Peter Eisenman, arquitecto estadounidense descendiente de judíos, un elevado de la arquitectura mundial, ganador del Wolf de las Artes 2010 en Estados Unidos y diseñador del Memorial del Holocausto en Berlín, fue profesor de Shigeru Ban en la Cooper Union for the Advancement of Science and Art, en Nueva York. Su maestro lo había apodado Osito de Azúcar porque –decía– su nombre era demasiado complicado para pronunciar. Aunque la verdad era

que veía en Shigeru a un hombre terco y una potencial competencia. No se llevaban bien. Eisenman no permitió que se graduara en Cooper Union. Tuvo que rehacer su tesis por él. «Él quería que siguiera sus enseñanzas a ciegas y yo no estaba de acuerdo. Concluyó que como yo era japonés, no podía pensar como él. Trataba de lavar el cerebro de los estudiantes. Yo hice las cosas a mi manera». No es desconocido que los genios busquen seguidores en vez de competidores. Sin embargo, a Shigeru Ban le interesa contratar gente que entienda su arquitectura y valores. ¿Cuáles son sus valores?, le preguntaron una vez. «La modestia», dijo. Y continuó: «La complejidad que se necesita para hacer las cosas sencillas».

Sobre la fugacidad que aparentan los elementos de construcción que elige Shigeru Ban, él ha respondido a sus críticos. «Utilicé tubos de papel porque no tenía suficiente presupuesto como para permitirme madera. Y luego desarrollé este sistema más y más, pues tenía la convicción de que podía potencialmen-


Especial / Arquitectura

La iglesia de papel que construyó en la ciudad japonesa de Kobe sigue aún en pie después de ocho años, a pesar de que fue pensada como provisoria. La población, más allá de la fascinación por la obra, la ha tomado como un símbolo de la resistencia ante el terremoto

te reemplazar a la madera. Pero nunca tuve en mente el desarrollo sustentable; ese tema apareció mucho después. Y mis edificaciones, a pesar del tiempo, siguen en pie». La iglesia de papel que construyó en la ciudad japonesa de Kobe sigue aún en pie después de ocho años, a pesar de que fue pensada como provisoria. La población, más allá de la fascinación por la obra, la ha tomado como un símbolo de la resistencia ante el terremoto.

Anatxu Zabalbeascoa, una periodista especializada en historia del arte, arquitectura y diseño (Para vivir mejor y molestar menos, reza su descripción en Twitter) entrevistó a Shigeru Ban hace poco más de un año. Una de las últimas preguntas no tenía nada que ver con arquitectura; trataba más bien sobre el trabajo de sus padres. «¿A qué se dedican ellos?», preguntó.

+90

«Él es un hombre de negocios —respondió—. Y ella una modista. De hecho esta chaqueta me la confeccionó y regaló hace unos años». La chaqueta es en realidad un saco negro, con botones negros y un medio cuello levantado que trepa hasta la manzana de Adán. Si llevara lentes oscuros, el arquitecto no parecería arquitecto sino un capo di tutti capi de una de esas mafias chinas que bien saben retratar en el imaginario colectivo las productoras de Hollywood. Pero es imposible: lo traiciona en casi todos los retratos esa pacífica y sabida sonrisa asiática de buen hombre, que si no estuviera subalterna a un bigote descompuesto, se debatiría entre la calma de Buda y la hiperactividad de Jackie Chan. El arquitecto más buscado en Google desde el 14 de marzo –cuando desde Chicago se develó como ganador del Pritzker– no se quita la chaqueta que su mamá le confeccionó. Pareciera

llevarla a todo evento trascendental como amuleto de suerte. La lució, por ejemplo, en la última entrevista que dio a la agencia Efe luego de ser anunciado como ganador del premio. Se la adosó cuando lo fotografiaron junto al pabellón de papel que levantó en la sede madrileña del Instituto de Empresa en España, la tuvo en el debate con Tom Pritzker en un popular programa de entrevistas en Estados Unidos y posó con ella dentro de una de las casas temporales construidas en Onagawa tras el terremoto del 2011 en Japón. Al parecer Ban no solo construye con material reciclable, sino también recicla la única prenda que le dejó su madre. Después de todo, ¿por qué sorprendería que el Pritzker 2014 lleve esa humilde prenda confeccionada por su madre a todas partes, si desde hace veinte años diseña casas a clientes que no pueden pagarle ni un centavo?

más mas sobre sobre Shigeruban shigheru ban Dos preguntas secuestradas de El País de España para entender un poco el pensamiento de Shigeru Ban.

¿Qué le hizo mirar hacia los necesitados: ideales políticos, religión, educación? No tengo ni idea, salvo que me parecía mal que la arquitectura estuviera encerrada en un gueto social. Los clientes potentados resultan cansinos. Creen que el dinero lo puede todo y… no es así. ¿Dónde aprendió eso? La profesión de arquitecto me parecía mucho mejor que la de los médicos o los abogados porque ellos tienen que dar con frecuencia malas noticias. Los arquitectos solo damos noticias positivas. La gente se hace una casa en el mejor momento de su vida. Luego concluí que no éramos realmente necesarios para la sociedad.


Para hablarle a una manzana

Por Pamela Rodriguez

Dedico mis días a escribir canciones y a cantar por el mundo. Soy hiperactiva: pinto, cocino, observo, escucho, pienso mucho, siento más, leo, consumo arte, bailo por donde pueda y ahora escribo esta columna.

Tú no eres… La obsesión de un país con los imitadores en la escena musical

Hace unos días conversaba con mi amigo Nico Saba, vocalista del grupo Kanaku y El Tigre, sobre por qué las bandas de tributo tenían tanto éxito en el Perú. Ambos somos vocalistas de nuestros proyectos musicales, y el concepto de una ‘banda de tributo’ nos resulta bastante bizarro. Le contaba que no solo me llamaban la atención las bandas de tributo, sino también la presencia tan grande que tenían los imitadores en nuestro país, que tienen los horarios estelares en la televisión con exitosos programas como YO SOY. Le contaba que hace unos días en el centro de Lima había visto colgado en un poste un cartel que anunciaba el concierto de una banda que tendría por invitado al Gustavo Cerati peruano. Estaba sorprendida; no había visto antes algo así. La conversación con Nico no iba por el lado de la crítica, pues no acostumbramos a criticar gratuitamente a nadie en las tantísimas conversas que solemos tener sobre la escena musical nacional; más bien intentábamos comprender el fenómeno. Nico tenía una hipótesis interesante y con bastante lógica: el Perú recién se está abriendo al mundo desde hace pocos años, y eso se da porque durante décadas hemos estado encerrados en nuestras propias fronteras debido a problemas sociales, económicos y políticos. Pero eso no había quitado las ganas a la gente de querer oír las canciones en vivo. Por eso, ante la demanda, la oferta se había adaptado a proponer bandas de tributo que saciaran la sed del público, aunque fueran en formato de imitación. Eso, según Nico, duró tantos años, que de manera inevitable se volvió parte de la cultura musical. Ahora la pregunta es: ¿Esta manifestación cultural, que es claramente una respuesta adaptativa a la escasez de oferta musical de las décadas pasadas, tiene futuro en la Lima del 2014? Tengo muchos años sin vivir en Lima, pero en los pocos meses que llevo de regreso he notado un cambio abismal en la ciudad. Por dar algunos ejemplos: hace poco tuve el placer de recibir a una amiga hermosa y talentosa, Catalina García, cantante de mi banda colombiana favorita, Monsieur Periné, que tocó en un club abarrotado de

+92

gente que coreaba a voz en cuello sus canciones. Al día siguiente recibí a otra buena amiga mexicana: la genio musical Natalia Lafourcade. Ella también tocó en un teatro que se desbordaba, y una semana después un festival local trajo un cartel de grupos espectacular como Pixies, Placebo, Julian Casablancas y Capital Cities, nada menos. Me queda claro que hoy, a diferencia de las décadas pasadas, todos los grupos incluyen a nuestra ciudad en sus tours por América Latina, por lo que seguramente, y retomando el argumento inicial, el público de esos artistas preferirá asistir a los conciertos de las bandas originales y ya no conformarse con oír sus canciones favoritas de una banda de tributo. Con esto no quiero decir que vayan a desaparecer este tipo de bandas, seguro existirán siempre, pero sí creo que la coyuntura hará que pierdan piso. La buena noticia es que, tal vez, dentro de pocos años veamos cómo la respuesta natural será una escena musical más abierta a su propia creatividad, más afincada en la búsqueda de una expresión individual. Cuando me mandan por redes sociales videos de los imitadores famosos para que los escuche, siempre reconozco que detrás de una buena imitación hay un talento inmenso, pero siempre deseo que ese talento encuentre el rumbo de su propia sonoridad. Lo mismo pienso cuando escucho bandas de covers que son hábiles en su ejecución. Deseo que escriban sus canciones, que exploren sus sonidos, que se avienten al abismo, que es la exploración de lo creativo. Tal vez, en su momento, las bandas de tributo tuvieron su lugar. Estoy convencida de que siempre existirá un mercado para ellas, pero las cosas están cambiando en esta ciudad, y creo que esos cambios vendrán acompañados de una ola de creatividad y autenticidad en la escena local. Personalmente esa perspectiva me ilusiona, y aquí me quedo: ansiosa y a la expectativa de lo que vendrá.


S/.

0 0 000 01


DANE REYNOLDS WEARS THE QUIKSILVER BROOKS JACKET

QUIKSILVER.COM


TIENDA TIENDA ROXY: ROXY: BOULEVARD BOULEVARD DELDEL JOCKEY JOCKEY PLAZA PLAZA TIENDAS TIENDAS QUIKSILVER: QUIKSILVER:


Tanto movi miento Te mostramos toda la movida de los mejores eventos de Lima, Asia y el sur chico...

Loreta Haaker, Gustavo Swayne y Talía Guidino en Belmont Fest, Punta Hermosa

Adolfo Finseth y Erika Zielinski en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

Colleen Gifford y María Kermenic en Cala, Barranco

Jacques Burga y Nicole Puch en After Party de Noe Bernacelli, Hotel Double Tree, Miraflores

Vanessa Vila, Andrea García y Daniela Barandiarán en cumpleaños de Andrea García, La Industria, Miraflores

Noe Bernacelli y Rossy Gálvez de Pilón en After Party de Noe, Hotel Double Tree, Miraflores

Kina Malpartida y Carmen Rivera en la presentación de película de Álvaro Malpartida, Boulevard de Asia

Rafo Iparraguirre y Gerardo Larrea en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

Stefano Ayubu y Richard Effio en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores


Andrea Voto-Bernales y Paola Chávez en Maia, Boulevard de Asia Julia Zelaya en CM, Boulevard de Asia

Macarena Vidal y Eduardo Grau en Morena de Caballeros Paúl Tejeda, Matías Iarraguibel, Andrea Salaverry, Matías Loayza y Cristóbal Delgado en Yatch Week, Croacia. Rafo Iparraguirre, Andrés Miro-Quesada y Jordi Vilalta en evento Nike, Centro de Lima

Rodrigo Zorrilla y Nicole Niego en Wahios Bar, Barranco

Gonzalo Arnillas y Maca Alonso en Belmont Fest, Punta Hermosa

Roger Loayza y Eliana Vizquerra en After Party de Roger, Open Bar, Miraflores Jesús Alzamora y Maria Paz GonzalesVigil en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

Diego León de Peralta Anís Samanez After Danielay López y Nataliaen Cuglievan en Party de Roger Loayza, Open SkyBar, Bar,Miraflores Boulevard de Asia

Sophie Cuadra y Romina Chio en Las Delicias, Trujillo

Carolina Vigil y Gianni Palmieri en Maia, Boulevard de Asia

Ale Mazzini y Luis Fernando Delgado en After Party de Noe Bernacelli, Hotel Double Tree, Miraflores


Juan Carlos Gonzalez y Alessia García en matimonio de Rocío de la Piedra y Marcelo Gutiérrez en Mamacona

Christopher Gifford y Alejandra Diez Canseco en Cala, Barranco

Alberto Servat, Sergio Corvacho y Luz Papadimitriou en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

_Roger Loayza en su After Party, Open Bar, Miraflores

Mariana Lengua y Jose Massa en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

Jacomo Bazo y Álvaro Malpartida en presentación de película de Álvaro Malpartida, Boulevard de Asia

Sergio Saba, José Escudero, Ale Palomino y Micaela Ruffini en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

Rafo Delgado y Stefano Ayubu en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

Ileana Lolas, Maria Emilia Miro Quesada y Carlos Andrés Luna en After Party de Roger Loayza, Open Bar, Miraflores

Gabriela Jochamowitz y Vicente Furgiuele en Morena de Caballeros

Rodrigo Valdez y Daniela Guerra en Cala, Barranco


LIF look 2014 Estuvimos presentes en el LIF WEEK 2014 y estos fueron algunos de los mejores looks que rescatamos de la semana de la moda lime単a. #lifweekoi2014.


Playas Santiago Hernández en Costa del Sol

Nuestras cámaras estuvieron captando los mejores momentos del verano por las playas de Lima. Estuvimos en Las Palmas, Brisas, Costa del Sol, La Isla y Playa Blanca donde el sol deslumbró a los veraneantes.

Belén Lopez Guerra y Camila Drago en Brisas

Grace Hemmerde yAlberto Gubbins en La Isla Nicolas Nugent, Rodrigo Tapia y Camila Martínez, en Brisas

Francesca La Rosa, Estefanía Woll y Lara Balta en Las Palmas

Lara del Río y Larissa de la Flor en Las Palmas


Michelle Nossar, Fredy Nossar, Mirella Gonzales-Orbegoso, Valerie Nossar, Nicole Nossar en La Isla

Diego Boza y Alessandro Van Oordt en La Isla

Analía Guerra y Denisse Gonzales en Cocos

Valeria Bustamante y Marile Galindo en La Isla

Javier y Valentino Modonesi en Brisas

Alec Fry, Mara Coloma, Matías Coloma, Mikela Morales, Luka Coloma y Tiago Fry en Brisas

Aranzazú Arata, Triana Gastañeta y Natalia García Pacheco en Las Palmas


Carlos Díaz, Rodrigo Díaz y Marco Melgar en Cocoa Beach Sebastián Cornejo en Playa Bonita

Alejandra Lopez, Victoria Gonzales-Olaechea e Ivan López en Brisas

Maria Laura Posada, Teresa de la Vega, Micaela Torres y Lara Zapata en Playa Blanca Martín Gonzales-Olaechea, Nana Fort y Alejandra López en Brisas

Gabriel y Miguel Atala en Kapala

Juan Carlos y Verónica Neira en Cocoa Beach


El encanto de Las Delicias Una celebración española en las playas del norte. Del 17 al 19 de marzo, se celebró en el balneario de las Delicias, en Trujillo, la festividad de San José, una fiesta patronal con divertidas tradiciones de influencia española. Los visitantes disfrutaron de la procesión, el entretenido toromatch y las infaltables tunas. Además, las casas se convirtieron en tascas y se adornaron con motivos españoles, para así exhibir los mejores platos de la gastronomía española, como la clásica paella o tortilla de papas.

Ramón Pedraza, Ana Maria Manucci y Demetrio Álvarez-Calderón

Felipe Salaverry

Thais Fajri y Natalia Prieto

Milagros de Mendez, Maria Mendez y Cecilia Briceño

Camila Olortegui Alfredo Acuña

Más fotos en www.asiasur.com


Jesús Arasti, Marlin Vega, Pablo Rodríguez, Romina Barconada y Julio Barconada

Paola Eyzaguirre y Carolina Arzubiaga

Alexandra Jenkins y Alberto Santillana

Aracelli Escalante, Gilda FernandezConcha y Annaré Rospigliosi

Patricia Rebaza, Stephanie Savitzky, Carla Larcari, Nicolás Vega y Joe Chamorro

Cecilia Palacios y Luciana Serra

Luis Fernando Vermejo y Patricia Otoya

Marilú Vignati


Brunella Carullla, Ximena Arbulú, Alessandra Laghi y Stephanie Schiller

Lorena Rey, Alexandra Ruiz-Bravo, Beatriz Santa María y Silvia Mendez

Micaela Arrieta y Carolina Villarán

Stefanie Barber, Almudena Morena y Alejandra Otella

Antonella Torres, Thais Aizcorbe y Zamira Olortegui

Kevin Pérez y Bruna Grimaldi

Beatriz Doig y Alfredo Acuña

Rafael Llosa, Danilo Palacios y Fernando Ganoza


Fiorella Fuxa

Los asistentes disfrutaron de una fiesta en la playa desde muy temprano y bailaron al ritmo del “olé” hasta largas horas de la noche.

Noche de Tascas

Mariana García y Luciana Morey

Roger Mendez, Maria Mendez y Marta Jimenez-Tuset Baile Flamenco Asdis Sig y Mathildur Hall

Fernanda Brandon y Christian Carty

Maria José de Romaña, Macarena Sánchez, Alexia Barragán y Ximena Larrañaga


LIMA AV. EMILIO CAVENECIA 260 - 270 TDA. 102, SAN ISIDRO C.C. PLAZA SAN MIGUEL TDA. 224 - BOULEVARD JOCKEY PLAZA TDA. A2-14 TRUJILLO C.C. MALL AVENTURA PLAZA TDA. 1191 - AREQUIPA C.C. REAL PLAZA TDA. 226 - PIURA C.C. REAL PLAZA TDA. 146-B - CUSCO C.C. REAL PLAZA TDA. 143


La fiesta hawaiana Andrea Balta, Mónica Castañeda y Meche Luna

Mónica Castañeda celebró su cumpleaños en una divertida reunión hawaiana con sus amigas de toda la vida. Disfrutaron del catering de Andrea Sambra y ponche del pisco peruano Sol de Ica. A la salida, todas las invitadas recibieron una botella con arena y un mensaje significativo.

Carolina Taboada y Daniela Paiva

Ana Figuetti , Claudia Camino y Sandra Camino

Claudia Pardo y Alexeia Belmont

Hellen Gonzales y Nancy Caipo

Georgina Tenorio y Mónica Taboada

Claudia Ganoza , Mónica Castañeda y Mónica Pierantoni


Rocío de la Piedra y Marcelo Gutiérrez

El sí de Rocío y Marcelo Rocío de la Piedra y Marcelo Gutiérrez se conocieron hace cinco años en el trabajo. Se dieron el sí en una romántica ceremonia en la Capilla de Mamacona. Ambos planean viajar a México para disfrutar de su luna de miel en Playa del Carmen y después irán a Bogotá, ciudad donde vivirán juntos. Vincenzo Gratteri y Jimena Gutierrez

Natalia Richter, Cristina de la Piedra y Marlen Chiappe

Más fotos en www.asiasur.com

Fiorella y Javier Rota

Anahí de Cárdenas, Carolina Merino y Claudia Elías


Giancarlo Secco, Valeria Melgar y Giacomo Buscaglia

El novio junto a sus amigos

Cristine Gray , Maria Fernanda Arrieta y Carmen Mariz Irazola

Pepe Gonzales junto a los Dickens

Asdis Sig y Mathildur Hall Rocío de la Piedra y Marcelo Gutierrez

Claudia Zorrilla y Jose del Río

Pepe Risso y Rocío García

Rocío de la Piedra y Priscila Valdez


Shadia y Fernando Fernando del Castillo y Shadia Mattar

Jorge y Pelanda Chávez Arroyo

Cecilia Zender, Hugo Salazar y Camila Salazar

Shadia y Fernando se conocieron hace dos años en la Hacienda Campo Nuevo y se comprometieron en San Francisco. La feliz pareja se casó el sábado en una romántica ceremonia en Mamacona, y celebrarán su luna de miel en Cabo San Lucas.

Kike Cáceres y Andrea García - Polo

Shadia y Hanna Mattar

Riad Mattar y Úrsula Monteverde

Jose Peramás y Aisha Abusada

Jorge Coquis y Magaly Simon


Daniela y Eduardo Eduardo Gutiérrez y Daniella Wiese

Graciela Bisiak y Marcela de Alvarez-Calderón

Claudia Bel y Leslie Mayorga

Daniela Wiese y Eduardo Gutiérrez se casaron en una hermosa ceremonia en la Hacienda Recoveco, cuya decoración estuvo a cargo de la Fete de Arturo Noriega, e inspirada en la película Avatar. Los felices novios viajarán a las Islas Turcas y Caicos para celebrar su luna de miel.

Silvana Gratta y Nicolás Bellingand

Mari koechlin, Vanessa Gargurevich

Mariel Espinosa Wiese y Nicolás Siguentes Peracchio

Úrsula Granda y Jimena Gamas


Daniella Wiese y Eduardo Gutiérrez

Manuel Talledo y Rosi Gutiérrez

Nikolai Balarin y Maria Fernanda Barragán

Eduardo Gutiérrez, Naty Agois y Barbara Boisset


Un cóctel en Barranco

Álvaro Y Thait Chang-Say

Ramón Carrasco y Hassel Rubio

Benjamín del Anda, Tere Chávez y Rafaela Castillo

El divertido cóctel de la inmobiliaria Armando Paredes se realizó en el Malecón Castilla, uno de los lugares más hermosos y tradicionales de Barranco. Los asistentes disfrutaron de una exposición fotográfica muy personal sobre el distrito barranquino.

Chris Sayan y Natalia Massa

Lorenzo Virzi, Silvia Castello y Gisella Cordano

Daniel Cauti y Claudia Llamosas

Juan Carlos Lugón, Camila Ballón y Javier Lugón


Vivian Samesas, Enrique Angulo y Julie Osorio

Ernesto de Olazabal y Ernesto Dรกvila

Claudio Gordillo y Sammy Aniya

Melissa Otoya y Kaori Shibuya

Amaro Casanova y Zagheny Wong


¡Feliz cumpleaños Verónica! Carlos Schacht y Verónica Valderrama

Verónica Valderrama celebró su cumpleaños con una fiesta en su casa de Poseidón, acompañada por sus amigos más cercanos, quienes disfrutaron del catering de Carla Biancchi y de una entretenida hora loca con pelucas afro.

Vanessa Valderrama

Susana Carlin, Gisella Celih, Mariana Reyna

Martín Valderrama, Patricia Aramburú y Ro de Rivera

Bárbara Bazo

Viviane Fiedler y Gustavo Robinson

Carla Villacorta, Vanessa Valderrama y Mary Edgar


Mañuco y Any Villavicencio, Mary Maxera y Verónica Valderrama

Aldo y Pilar Pastoruti

Patricio Henriquez y Karina Barhumi

Augusto Zimmermann y Claudia Bustios

José de Garceran y Alejandra Jiménez


Vendimia en El Sarcay Las chicas de Boca León en plena pisada de uvas

Fátima Cipriani y Almendra Casinelli

Fernanda Bertie, Maria Paz León, Romina Camogliano y Marisol Elías

Asia Sur estuvo en exclusiva en la Vendimia del Sarcay de Azpitia donde los invitados disfrutaron de la tradicional pisada de uvas para luego terminar bailando en una animada fiesta acompañados de buena música y por supuesto del pisco El Sarcay.

Patricia Forsyth y Fernando Fernandini

Thiago Amerizo y Gonzalo Payet

Corina Quiróz y Jessie Chea

Camila Schenore, Paloma Vera, Amanda Pareja y Belén Gambiriazio


Pisada de Uvas

Chiara Creatani y Alicia la Cruz

Luigi Paino y Romina Camogliano

Facundo DĂ­az


Un verano de #selfies El hit del verano fueron las selfies, y aquĂ­ te mostramos las mĂĄs divertidas @asiasurperu #limaselfie #selfieasiasur #verano2014 #selfies #veranonoteacabes #amigos #momentos #diversiĂłn #fiesta #juerga #hot


El verano terminó y aquí les mostramos un recuento de los que fueron los chicos más atractivos de la temporada 2014 en las playas del sur.

Camila Naranjo y Stephanie Amorós

la

historia

lujo es un

Ana Maria Forno y Talia Denegri

Talía Echecopar Michaela Freyre

Talía Echecopar Catalina Aron

vívela.

Paloma del Castillo y Amaia Manzur

www.llamaurbandesign.com/eliasaguirre

Alessandra Mandriotti y Rebeca Alfaro

Karla Madico y Juan Andrés Ricketts

Gabriel Ramos y Daniella Panizo

PROYECTO CALLE ELIAS AGUIRRE - MIRAFLORES

FRENTE A LA HUACA PUCLLANA

[T: +511 422 2825 C: +51 987 708 613]


Silvana Castagnola y Antonella Bancalari Naco Garcia y Andrea Luque

Mateo Cedrón y Camila Willcock Brisa Sarmiento, Valeria Huarcaya, Ximena Gonzalez y Kiana Dasso

Marisol Cisneros, Lucas León y Ximena Loret de Mola

Pilar Huamán de los Heros, Coco Bárcenas y Luciana Tori

Álvaro Ascenzo, Gonzalo Gomi, Diego Bustamante, Ian Scofield y Lucho Madueño Lucrecia Tarabotto y Mariano Caspiani


Rip Curl inaugura su nuevo Pro Shop “Somewhere” en el segundo nivel del Jockey Plaza Rip Curl la marca líder del surfing mundial siguiendo su filosofía “The Search” inaugura su nuevo Pro Shop mucho más grande “Somewhere” en el segundo nivel del Jockey Plaza, ahora podrás tener los mejores boardshorts, bikinis, t-shirts, jackets, backpacks, toda la línea de watches, footwear, eyewear, wetsuits y muchas cosas más en un Pro Shop totalmente renovado. Rip Curl trae en exclusiva en el Jockey Plaza las colecciones completas de Rip Curl Europe, Usa y Australia diseñadas en Hossegor, Trestles y Bells Beach. Nuestra filosofía es vivir la búsqueda, por esta razón inauguramos una tienda más grande “Somewhere” en el segundo Nivel del Jockey Plaza, aquí podrás encontrar los mejores productos para disfrutar de nuestro search y de las mejores olas. “The Search” es nuestro estilo de vida, es lo que

nos hace ir en busca de las olas perfectas, de aventuras extraordinarias alrededor del mundo y te queremos invitar a que vivas la búsqueda con nosotros, a través de nuestro totalmente renovado Pro Shop. Nuestros productos están diseñados con la más alta tecnología, es por ello que hemos sido elegidos como el Mejor Wetsuit del Año por quinto año consecutivo, y nuestra línea de Boardshorts Mirage han sido considerada las mejor de la última década, también podrás encontrar lo mejor de nuestra línea ¨Signature Series¨ con los modelos exclusivos y desarrollados por nuestros team riders Mick Fanning, Owen Wright, Gabriel Medina y Matt Wilkinson. En nuestro Pro Shop podrás encontrar toda la línea de Rip Curl Watches mucho más ligeros, cómodos y resistentes, pre-programados con


la información de mareas para cientos de playas alrededor del mundo, predicción de mareas futuras, compás digital y fases lunares, definitivamente preparados para que tengas un buen día de surfing. Ripcurl también ha implementado la línea de relojes MF que reflejan el estilo de vida y la cultura de nuestro 3 veces campeón mundial Mick Fanning. Te invitamos a conocer nuestro nuevo Rip Curl Pro Shop que esta ubicado “Somewhere” en el Segundo Nivel del Jockey Plaza. Que no se te pase la ola, ven vive la búsqueda con nosotros. ¡Te esperamos! Rip Curl Live The Search.


Civiles

Ximena Llosa Ella es: Chef. Cocinar es su pasión. Es multifacética: ha trabajado dando clases de cocina, haciendo catering, y ofreciendo asesorías a restaurantes. Ximena también ha vivido en Brasil, Colombia, Estados Unidos y México, países donde desarrolló su creatividad inventando nuevos platos y postres.

Conócela: Empezó a cocinar desde muy pequeña, haciendo postres con su mamá y sus hermanas. Lo que más recuerda de la cocina es el tiempo que ha pasado acompañada de sus hijos, pues ellos la observaban desde que eran bebés. «Ahora es lo máximo porque es el plan por excelencia cuando invitan amigos. Yo feliz, llena de harina, pero con ellos», dice Ximena.

La anécdota: Cuando se mudó a Brasil con su esposo consiguió una alumna para sus clases de cocina gracias a una conversación en el supermercado. Ella le dijo que pronto se iba a casar y necesitaba aprender a cocinar urgentemente. En una semana Ximena ya le enseñaba desde su casa, por ello, su esposo dice que ella se hace amiga «hasta de las piedras». www.ximenallosachef.blogspot.com

Por Maria Alejandra Lopez / Foto de Augusto Escribens


Imperdibles»

48 HOuR FILM PRojECT:

TALLER DEToX

En el marco del Festival de Cine “Al Este de Lima” –que se desarrollará por El taller que la especialista en nutrición natural Talía Lanata dictará es el más quinto año consecutivo en el país–, se realizará un concurso que consiste adecuado para aquellos que deseen tener la información apropiada para cambiar en crear y filmar un corto en 48 horas. El cortometraje ganador será su estilo de vida en uno más saludable: se aprenderá sobre el uso de las plantas exhibido en New Orleans y el Festival de Cannes. Las inscripciones están medicinales, alimentos que ayudan a desintoxicar el cuerpo y cómo purificarlo. abiertas y hay plazas limitadas. Web: www.48hourfilm.com/es/lima/ Los cupos son limitados. Facebook: www.facebook.com/pages/Talia-LanataMedicina-Natural

LA PRaIRIE

NOVEDADES 212 VIP RoSÉ

un perfume exclusivo: La modelo Gisele Bündchen es la imagen del nuevo El stress diario puede envejecer la piel más rápido que el tiempo, perfume de Carolina Herrera: 212 VIP ROSÉ, un perfume que representa afortunadamente se encuentra La Prairie, con una gama de productos una personalidad cool, relajada, y que brilla en cualquier situación. El especiales para el cuidado de la piel: una crema para hidratarla, fortalecerla y perfume tiene la combinación perfecta de champagne rosé, flor de minimizar las arrugas, y un aceite seco que previene la perdida de hidratación, y melocotonero y un ligero aroma amaderado. ¿Dónde? Perfumerías Unidas. al mismo tiempo suaviza la piel. ¿Dónde? Perfumerías Unidas.


el blog /

TendenCias» Jennifer grace es una joven bloguera que creó –hace cuatro años–, un blog muy personal donde refleja su estilo y concepción acerca de la moda. ella exhibe fotografías con sus looks diarios, vestimentas que se caracterizan por ser vanguardistas, pero femeninas y sobrias a la vez. además, mantiene un historial de los lugares o artículos que la inspiran, como sus marcas y diseñadores favoritos o los registros de sus viajes alrededor del mundo. Web: www.thenativefox.blogspot.com

Blog The naTive fox

sophie Crown en el último liF Week otoño-invierno 2014 sophie Crown estuvo presente en las pasarelas de ani Álvarez Calderón y Jimena mujica con una colección atrevida y auténtica. podrás encontrar collares, aretes, pulseras, y tocados para el cabello: todos excelentes complementos para un look ideal. ¿Dónde?: C.C. Jockey Plaza, Facebook: www. facebook.com/sophiecrownboutique

gourmeT» lima sanguchería es un restaurante que ofrece hamburguesas artesanales fuera de lo común. sus originales combinaciones las hacen divertidas y también sabrosas. Destaca la hamburguesa tacuchi, con tacu tacu, huevo frito y una exquisita salsa criolla, además tienen propuestas comestibles para los vegetarianos. ¿Dónde? Calle Monte Grande 181, Chacarilla. Facebook: www. facebook.com/LimaSangucheria

lima sanguChería


En la tienda Ippolita encontrarás prendas ideales para armar diferentes looks, desde atrevidos vestidos para salir de noche, enterizos para usar en el día, shorts a la cintura, delicadas blusas, polos con estampados únicos, y muchas tenidas más, creadas pensando en las últimas tendencias de la moda. ¿Dónde? C.C. Caminos del Inca, Chacarilla. Facebook: www. facebook.com/tiendaippolita

TIENDA IPPoLITa

CARMEN STEFFanS

Exaltar la belleza femenina, apreciar la exclusividad, y llevar a distintas partes del mundo el concepto de las mujeres brasileñas a la hora de vestir. Esa es Carmen Steffens, la marca de ropa femenina con más de 250 tiendas en 17 países y que acaba de llegar al Perú con su mejor colección de la temporada. Facebook: www.facebook.com/ carmensteffensperu ¿Dónde?: Centro Comercial Jockey Plaza

un brazalete práctico: La idea de crear una memoria portátil que permitiera a los músicos distribuir su material discográfico en los conciertos y de forma creativa fue el inicio de ume: un brazalete innovador, estético, e integrado con una memoria uSB resistente al agua. Actualmente se pueden adquirir los modelos vintage, seamless y millennium. Web: www.umedrive.com

ACCESORIOS UME


Eventos

01

02

03

05

Descubre por qué somos diferentes – Paraíso Con el motivo del lanzamiento de la nueva Colección Royal 2014, Paraíso invitó a clientes y amigos a su módulo en el Boulevard de Asia a descubrir la tecnología utilizada en su Laboratorio de calidad de colchones. Durante este evento, los invitados experimentaron diferentes pruebas, las mismas que realiza la marca para garantizar sus altos estándares de calidad. 04

07

06

1 Lissy Nuñez, Franco Floris y Roxana Gallegos. 2 Fernando Duran. 3 Elias Mobily Güita. 4 Módulo LAB, Centro de descanso Paraíso. 5 Colección Royal 2014. 6 Andrea Aguinaga y Fernando Duran. 7 Lissy Nuñez, Franco Floris, Mónica de las Casas y Roxana Gallegos.


PRESENTA A SUS

TEAM RIDERS

AMARU RODRIGUEZ

MATIAS COLOMA

ARENA RODRIGUEZ

1ER PUESTO SUB 12 EN LOS CAMPEONATOS CAMPEONES DEL MAR, TRIPLE CORONA OAKLEY BIG HEAD Y ALPACA FISH VOLCOM 2014

1ER PUESTO CATEGORÍA SUB 8 Y SUB 10 EN EL CAMPEONATO SEMILLERO CERRO AZUL 2014

1ER PUESTO EN SUB 12 AVANZADO ROXY SAN SILVESTRE 2013 Y SUB 12 CAMPEONES DEL MAR 2014

Corre olas desde los 2 años Estilo regular Playas favoritas: Makaha, Reventazón, San Bartolo, Cerro Azul, Lobitos, Playa Blanca y Puerto Viejo.

Corre olas desde los 3 años Estilo goofy Playas favoritas: Cerro Azul, Puerto Viejo, San Bartolo y Costa Verde en Lima, Máncora y Punta Veleros en el norte.

10 años

Corre olas desde los 3 años Estilos regular y goofy Playas favoritas: Huanchaco, Lobitos, Costa Verde, Chicama.

6 años

8 años

BIENVENIDOS AL /YoungRidersPeru info@youngriders.pe Av. Angamos Oeste 1122, 2do piso - Miraflores 440-2482


Eventos

01

02

04

05

Fiesta After Party by Bed Head El sábado 29 de Marzo se llevó a cabo en la discoteca IKAIA la fiesta After Party de la marca Bed Head by TIGI, productos profesionales para el cabello, con un evento único y creativo como es la propia marca. 03

07 06

1 Fiesta After Party de Bead Head. 2 Mafia Stiletto. 3 Nicole Hawie. 4 Daniel Bernal y Camila Benzaquen. 5 Alba Trece Ferrari. 6 Giuliana Bernaola y Alessandra García. 7 ¿Qué es After Party para ti?.


Eventos

01

02

04

05

07

08

Agua Cielo en la vendimia de Azpitia CIELO, orgullosa embajadora de la Marca Perú en la tradicional vendimia en el fundo de Sarcay de Azpitia, los invitados disfrutaron de la típica pisada de uvas y de una espectacular fiesta. 03

06

1 Anfitriones Cielo. 2 Lorena Mufarech, Andrea Benavides, Marlen Chiappe y Luciana Chamochumbi. 3 Paola Gamero y Anais Boluarte. 4 Silvana Fonseca y Martha Paino. 5 Jimena Reátegui y Raúl Pinto. 6 Cecilia Zender y Hugo Salazar. 7 Jimena Guinea y Alejandro Salem. 8 Micaela Céspedes y Chiara Paino.


Eventos

09

10

12

13

11

15

14

9 Marlen Chiappe y Giulia Camaiora. 10 Karla Chuquihuara, Juan José Espinoza y Natalia Sarmiento. 11 uchi Valverde, María José Chocano y Luis Miguel Chocano. 12 Percy y Silvana Fonseca. 13 Alessia Curriquin y Marianella Vignati. 14 Luigi y Ana Paino. 15 En plena pisada de uvas.


Eventos

01

02

Unlocked Eventos- Banquetes Swissotel Lima

04

05

El Miércoles 26 de marzo se llevó a cabo el Unlocked de Eventos - Banquetes con la temática del proyecto de ampliación. Los invitados pudieron degustar las alternativas y propuestas gastronómicas de banquetes que Swissôtel Lima ofrece para la organización de sus eventos. 03

07

06

1 Ericka Alavena y Silvana García. 2 Ana Lucía Siguas, Rushdie Mego, Carla Valverdi y Gisella Carreras. 3 Colleen Gifford y Maria Luisa Málaga. 4 Reto Steinemann y Willy Angulo. 5 Aniluz Merino y Conen Loricke. 6 Kelly Villanueva y Claudia Amico. 7 Staff Swissotel.


Eventos

02

01

Sporting Cristal vs Alianza Lima

04

05

El domingo 16 de marzo se jugó uno de los mejores partidos del campeonato peruano. Si bien el resultado final fue un empate a dos goles por bando, los verdaderos ganadores fueron los hinchas de ambos equipos que llenaron las tribunas del Estadio Nacional y vivieron la fiesta del fútbol. 03

07

06

1 Daniel Ahmed y Pedro García. 2 Gol de Ávila y una abarrotada tribuna occidente. 3 Felipe Cantuarias. 4 Sebastián Cabrera. 5 Luis Marcelo y Luisfe Indacochea. 6 En pleno partido. 7 Yosimar Yotún, Renzo Sheput y Joazinho Arroe.


Eventos

01

02

LIGA PREMIER: La copa se pintó de anaranjado 04

05

La Papaya Mecánica se coronó campeón del Torneo de Verano de la Liga Premier. Los anaranjados superaron 2-1 a Instituto en la final y terminaron celebrando. Ocho fueron los equipos que asumieron este reto, pero solo uno se ganó el derecho a ser llamado campeón y beber de la copa. 03

07 06

1 Christian Feijo en una pelota dividida con Alonso Mongilardi. 2 Primer Lugar La Papaya Mecánica. 3 Rodrigo Toce, capitán de la Papaya Mecánica. 4 Mario Maggi. 5 Goleador del Campeonato Paolo Benfenati. 6 Renato Bravo, Mauricio Indacochea, Martín Indacochea y Mario Maggi. 7 Segundo lugar Instituto.


Eventos

01

02

Banana Republic presentó su colección Otoño 2014

04

05

En medio de un ameno coctel realizado en su tienda ubicada en Larcomar, la icónica marca norteamericana Banana Republic presentó su nueva colección Otoño 2014, con una cápsula especial de edición limitada a cargo de la diseñadora Issa London. 03

07

06

1 Desirée Sánchez y Vanessa Rolando. 2 Stephanie Eyzaguirre, Gisella Stiglich y Francesca Peroni. 3 Piezas de la colección Otoño 2014 de Banana Republic. 4 Michelle Woyke y Samantha Quintana. 5 Vestidos de manga ¾ con estampado de la colección Issa London para Banana Republic. 6 Fiorella de Lübbe y Giuliana Risso. 7 Max Lam, Brenda Marcet, Hernán Reynoso y Henry Palomino.


Eventos

01

02

04

05

Hyperisland Este pasado 25 de marzo Hyperisland llevó acabo su primer Playground en el Perú con la finalidad de presentar su metodología de aprendizaje a los nuevos ejecutivos del país. Al evento asistieron importantes figuras de la industria digital con el objetivo de conocer y experimentar el nuevo “think digital” propuesto por Hyper Island para los negocios globales. 03

07

06

1 Armando de la Flor y Felipe de Lucio. 2 Manuel Suarez, Iñaki Escudero, Hazel Swayne, Mauricio Andujar y Ricardo Maldonado. 3 Dinámica de aprendizaje. 4 Álvaro Bretel y Ed Felix. 5 Gissella Rodriguez e Ivette Johnson. 6 Alejandra Morole y Briana Lembcke. 7 Enrique Agois, Alfredo Pérez Costa, Ricardo Maldonado y Maeve Thornberry.


Eventos

01

02

Se viene el Mazda Racing Team

04

05

Mazda presentó en el Boulevard de Asia, el Mazda Racing Team a la cabeza del piloto peruano ganador de las 6 horas peruanas, Guty Michelsen, quien competirá en el campeonato TC 2000 que se realizará en el circuito de la chutana. una gran noticia para el deporte motor. 03

07

06

1 Develando el auto Mazda. 2 Julio Concha, Guty Michelsen y Javier García Pacheco. 3 José Aguirre, Diego Gutiérrez y Andrés Lam. 4 Javier García Pacheco, José Andrade y Hanae García Pacheco. 5 Guty Michelsen. 6 Todo el equipo de Mazda Racing Team. 7 Anfitrionas flanquean el Mazda 3 del MRT.


Eventos

02

01

Evento Klimax New Models 2014 El pasado miércoles 19 de marzo, Klimax Surfboards Internacional presentó sus más recientes modelos de tablas 2014 en una celebración que contó con la participación del shaper Rodolfo Klima, varios integrantes del team Klimax Surfboards y reconocidos surfers peruanos. El evento presentó una película en la que Rodolfo explica la funcionalidad de cada una de sus tablas con una demostración de shapes y varias sesiones de surf action junto a los riders de klimax. Además Klimax realizó un sorteo para todos los surfers y ofreció un concierto en vivo con la banda Andrés Wurst & The Wavestones.

04

05

03

07

06

1 Diego Tapia y Andrés Wurst. 2 Rafael Velarde García-Belaunde, Renzo Zazzali y Kodiak Semsch. 3 Álvaro Malpartida y Rafael Velarde García-Belaunde. 4 Nikita Weller y Susi Krebs. 5 Ernesto Cabieses y Chalo Espejo. 6 José Visconti y Brissa Málaga. 7 Diego Reátegui, Cristina Vereau Alvarez-Calderón y Jacomo Bazo.


Eventos

01

02

Los 50 de Raúl 04

05

Raúl urbina celebró su cumpleaños con una divertida fiesta de blanco en el nuevo Club House de La Jolla, y en compañía de sus familiares y amigos, quienes lo sorprendieron con un emotivo video. Además, su esposa le cantó un par de sus canciones preferidas, y una pareja de bailarines de tango interpretó un segmento de su película favorita, Perfume de Mujer. 03

07

06

1 Hora del sunset en la Laguna. 2 Ana María y Raúl urbina. 3 Fernando Barboza, Marta Ribbeck y Ricardo Fernández. 4 Edgardo Rizo Patrón e Inés Hochstadter. 5 Mario Espejo y Joanne Schiller. 6 Rapher Arianna, Rafo Margarita y Cogos Samaya. 7 Daniel Arispe, Martha Vásquez y Roberto Santos.


Eventos

02

01

Metallica en Lima

04

05

una de las bandas de metal más importante de todos los tiempos hizo remecer el Estadio Nacional en uno de los conciertos más significativos del año. Gracias a la marca GZuCK CREW, auspiciadora del evento, se pudo ingresar y captar espectaculares fotografías de una noche que los fanáticos no podrán olvidar. 03

07

06

1 Daniel Cino y Kara Henderson. 2 Espectacular concierto de Metallica. 3 Chuta Ortíz de Zevallos y José Thorton. 4 Erlen Aamot y Ovynd Gundersen. 5 James Hetfield de Metallica. 6 Carlos Augusto Chávez y Koki Tramontana. 7 Enrique Contreras, Augustín Celesia y Valeria Solé.


Eventos

01

02

Larcomar engríe a sus clientas VIP Larcomar ofreció un tour VIP para sus distintas clientas junto con sus mejores amigas. Acompañadas de la stylist Alejandra Palomino, las clientas disfrutaron de asesoría exclusiva en sus tiendas favoritas, donde pudieron encontrar las tendencias ideales para el estilo de cada una.

04

05

03

07 06

1 Luz María Pedal, Ale Palomino, Leslie Ortega, Daniela Higueras, Mariem Nava, Fabiana Vittoria. 2 Joanna Weiland, Maria José Valdez, ursula Ponce Barreda, Rocío Saux. 3 Danitza Milic, Ale Palomino, Erika Toro. 4 Lia Celi, Stephanie Stanbur, Ale Palomino, Talía Guidino. 5 Paloma Casanave. 6 Ale Palomino, Claudia López, Silvia Villanueva, Mariel Dávalos, María del Carmen Velarde. 7 Luz María Pedal, Daniela Higueras, Fabiana Vittoria, Mariem Nava, Leslie Ortega, Ale Palomino.


Eventos

01

02

Los Juegos Sudamericanos Los X Juegos Sudamericanos Santiago 2014

04

05

se realizaron con mucho entusiasmo y energía. En el evento participaron varios países de la región. Para la competencia de vela, los regatistas se enfrentaron en el Club Yates de Higuerillas en Valparaíso, Chile, como parte del circuito olímpico. Dos integrantes del Equipo Asia Sur, Luis Olcese y Stefano Peschiera, nos representaron en esta categoría. 03

07

06

1 Stefano Peschiera durante la competencia. 2 Joel Raffo, Christian Sas, Luis Alberto Olcese, Stefano Peschiera y Joaquín Razatto. 3 XStefano Peschiera. 4 Luis Alberto Olcese y Stefano Peschiera. 5 Stefano Peschiera. 6 Caterina Romero, Jean Paul De Tragzenies y Paloma Schmidt. 7 Equipo Peruano de Los Juegos Odesur.


Eventos

01

02

Torneo Escalada en Centro Deportivo Marathon

04

05

Explorer, la tienda outdoors más grande de Latinoamérica, organizó su 1er torneo de escalada en su nueva palestra de 13 metros de alto, ubicada en el Centro Deportivo Marathon del Boulevard de Asia. Fue un torneo muy divertido al que atendieron y participaron las organizaciones y representantes de los gimnasios de escalada más importantes del Perú ¡Felicitaciones a todos los ganadores! 03

07

06

1 Participantes analizando las rutas. 2 Ganadores categoría promocional: Flavio Quincot, Jimena Segersbol y Luis Holguín. 3 Ganadores categoría Noveles: Marco Ramirez, Jorge Medina y Juan Carlos Villanueva. 4 Alonso Mongilardi y Maria Jose Teixeira. 5 Flavio Quincot y Brenda Laperuta. 6 Alessia García y Juan Carlos González. 7 Palestra Explorer 13 metros de altura.


Eventos

01

02

03

05

06

08

09

NIKE AIR MAX DAY El 26 de marzo se celebró el nacimiento de una leyenda: las zapatillas urbanas Air Max cumplieron 27 años de creación. El gran evento se realizó en una casona del Centro de Lima. Reconocidos artistas exhibieron sus obras inspiradas en las Air Max, acompañados de música en vivo , beat box y hip hop. una noche llena de energía que los invitados no van a olvidar. 04

07

1 Nueva Nike Air Max. 2 Estefanía Cox. 3 Seimiek Fumakaka delante de su obra. 4 Álvaro Dieuez y Tamara Padilla. 5 Lorena Salmón y Maud Gurunlian. 6 Adriana Seminario. 7 Team Nike Air Max. 8 Karla Sánchez y Alessandra Mazzini 9 Ale Plaza e Isis López Mata.


En vitrina

Yo lo quiero + Un regalo para tí

Full Tachas

Paraiso Confort y delicadeza

Morral con asa regulable al hombro o cruzado, el detalle son las tachas en la parte delantera del bolso, tamaño mediano en donde entra todo lo que necesitas en tu día a día, bolsillos internos y externos, disponible en 8 colores enteros. www.subte.com.pe

El colchón Royal Dynasty brinda máximo nivel de confort generado por exclusivas capas de espuma viscoelástica que proporciona la sensación de gravedad cero, reduciendo los puntos de presión en el cuerpo durante el descanso. Su suave tela tejido de punto con algodón orgánico ha sido especialmente diseñada para brindar una sensación de lujo y tersura.

Banqueta Valeria Decostudio

DramTone

De pequeñas dimensiones ideal como para un hall de ingreso acompañada con una mesita auxiliar alta redonda. Lindo detalle de respaldo curco y patitas de madera en acabado nogal. www.decostudioperu.com

Sweater Maui and Sons Sweater con cierre y capucha, de la nueva colección FOLK EXPERIENCE. Es un avance de temporada. Ideal para las tardes en la playa. Lo puedes encontrar en las tiendas de Maui and Sons del Jockey Plaza, Centro Civico, Bellavista, Asia, Mega Plaza y Conquistadores.

Lancôme hizo realidad tus deseos: La ciencia de un tono de piel soñado en el producto más innovador. DreamTone es un tratamiento hecho a la medida que te entrega tu tono de piel soñado desde la primera semana de uso, incluso sin maquillaje. Hay un tono para ti. ¿Qué esperas para probarlo?.

Air Max Las zapatillas para hombre Nike Air Max Lunar90 están confeccionadas con una mediasuela Lunarion y una unidad Nike Air en el talón que añade amortiguación con poco peso y una pisada suave. Los materiales suaves del cuello, la lengüeta y el forro ofrecen comodidad mullida con cada paso.


Campeones (y con) futuro El equipo de Perú Champs tiene una tarea muy importante desde el año pasado: conseguir que niños peruanos con alto potencial y bajos recursos reciban una educación de primer nivel y se conviertan en los próximos líderes del país. Por María Alejandra López / Foto de Augusto Escribens

¿Cómo conseguir que niños de bajos recursos accedan a educación de excelencia?. Esa fue la pregunta que el equipo de la organización Perú Champs se planteó. «Fue cuestión de sentarnos en una pizarra y decidir cómo podríamos ayudarlos», dice Alberto De Cárdenas, el director ejecutivo de la asociación. La solución estaba en encontrar «Champs», chicos que destaquen del resto por un talento especial, buena actitud y promedios escolares sobresalientes. «En el Perú cuando se habla de becas uno piensa “becas académicas”, nosotros no sólo nos orientamos a eso: buscamos atletas, deportistas, artistas, caricaturistas, cocineros, y no sólo expertos en matemática o lenguaje», agrega. Lo más trascendental para ellos es formar un líder que destaque por buscar lo mejor para su comunidad y el país.

+184

Perú Champs está conformado por tres personas: Alberto De Cárdenas, Guillermo Terán y Alberto Muñoz. El equipo no es numeroso, pero la labor que realizan ha sido capaz de cambiar el futuro de 235 niños, quienes actualmente cuentan con una beca anual para continuar sus clases en una de las sedes de Innova Schools, estos colegios experimentales que se caracterizan por ser accesibles económicamente y ofrecer un estándar de calidad que los diferencia del resto.

y una breve respuesta a la pregunta «¿Qué deseo le pedirían a la lámpara mágica de Aladino si pudieran tenerla por un día?». Una vez un señor ayudó a un niño porque tenía el mismo sueño que él cuando era chico; el gerente de una empresa les pidió a sus hijos que eligieran a dos Champs con quienes sintieran afinidad; y también hubo una empresa de diseño que financió a Champs con talentos para dibujar, querían invitarlos a conocer la empresa y enseñarles en qué consistía su trabajo.

Son varias las empresas que ya han ayudado a Perú Champs, y ellos se han llevado la sorpresa de comprometerse con algo más que sólo ayuda económica. Alberto De Cárdenas no quería que el proceso sea financiar a un niño sin conocer algo más acerca de él, por ello, en la página web de Perú Champs figura cada postulante, su fotografía, edad

Perú Champs aún necesita ayuda para cumplir la meta que tienen trazada para el 2017: tener 3 mil líderes estudiando. Se necesitan voluntarios, aportadores y muchas ganas para permitir que más niños sigan contribuyendo con su talento. El aprendizaje puede ser el arma más poderosa que cada uno de ellos tendrá para construir su futuro.


cimagraf


Publirreportaje

Una visión diferente del Pisco Con cada botella de Tántalo, el consumidor apoyará directamente una campaña social, y, al mismo tiempo, disfrutará de un Pisco de calidad premium.

Clemente de Althaus, Eduardo y Diego Rehder sentían bastante curiosidad por los orígenes del Pisco, la bebida emblema nacional del Perú, que los tres amigos de la Universidad del Pacífico disfrutaban, aunque no conocían explícitamente su cosecha ni variedad. Las ganas de aprender más sobre su producción los llevó a Ica, donde pudieron entrevistar a los mejores especialistas, y así crearon Tántalo. Con él, los empresarios buscaron crear más que una bebida y hacer de éste un producto con una fuerte responsabilidad social. El origen del nombre ‘Tántalo’ tiene una historia muy especial: los tres fundadores han gustado siempre del poema de Emilio Adolfo Westphalen que lleva el mismo nombre. «El río sediento, huyendo del agua», dice aquel poema que ha inspirado a los empresarios. Para Diego Rehder, uno de los creadores, Tántalo busca cambiar la imagen del modelo tradicional de negocios que no tiene un interés por ayudar a la sociedad. «Queremos ha-

cer un modelo que sea economicamente viable y al mismo tiempo solcialmente responsable», dice Rehder. Por ello buscan unir su pasión por el Pisco y, al mismo tiempo, ayudar a financiar campañas sociales a través de la venta del Pisco. Desde su creación en el 2012, Tántalo se ha caracterizado por apoyar causas benéficas. La primera de ellas fue la ayuda a 10 mil niños por medio de la Red Punku, una ONG encargada de hacer capacitaciones de internet a profesores de zonas rurales. El año pasado trabajaron arduamente con el fin de recaudar fondos para construir dos viviendas, y así ayudar a la organización Un Techo para Mi País; y este año lo recolectado irá exclusivamente a la asociación Caritas Felices, a la que se brindará los recursos para operar a 16 niños con labio leporino en situación de pobreza. Tántalo también es un producto que se caracteriza por su pequeña producción, lo que permite dedi-

car atención exclusiva a las cuatro uvas con las que trabajan: Quebranta, Moscatel, Torontel e Italia, provenientes exclusivamente del valle de Ica. «Vamos a Ica casi todas las semanas y supervisamos todo el proceso», dice Luka Cuk, gerente de ventas, quien se unió al equipo el año pasado. «No buscamos producir masivamente, pero sí generar un impacto social», agregó. Las botellas de Pisco se pueden encontrar en los grifos Primax y Repsol y en restaurantes, o pueden adquirirse por delivery desde la página web, en la que incluso se evalúan las botellas que faltan vender para completar el objetivo de esta gran campaña.

Contacto: www.piscotantalo.com info@piscotantalo.com facebook.com/tantalo.pisco


Publirreportaje

Life!, la red social en la que tú y tus amigos ganarán dinero Life! es la primera red social monetizada del Perú y del mundo, donde podrás ganar dinero real en tiempo real por tus compras y las de tus amigos en negocios afiliados como McDonald’s, Quiksilver, Cinemark y muchos más a partir del lanzamiento este 23 de mayo.

Raúl Triveño, CEO de Life! y Tina Noriega, Directora General de McDonald's Su nombre es Life! Social Network, una red social en la que no solo podrás agregar a tus amigos, compartir fotografías y seguir páginas, sino también podrás ganar dinero real en tiempo real por las compras que tú y tus amigos realicen en negocios afiliados a Life!. Y esto no es lo mejor de todo: la plataforma virtual ha sido creada en el Perú y cuenta con más de 200 mil usuarios pre-registrados. «Vengo desarrollando esta idea desde hace tres años, y ahora me acompaña un gran equipo de profesionales. Sabemos que esto cambiará las redes sociales como las conocemos», dice Raúl Triveño, CEO y fundador de Life! En esta novedosa plataforma virtual no solo gana el usuario, sino también sus amigos: por cada compra que el usuario realice en los negocios afiliados a Life!, un porcentaje del dinero gastado será retornado a Life! a manera de cashback y este dinero será distribuido entre el usuario y sus amigos en sus contadores Life! «Es un sistema noble, distinto y justo a través de un sistema de amistades», agrega Triveño. La red social trabajará con dinero real, por ello los sistemas de seguridad de Life! son minuciosos, se realizan a partir del DNI de cada usuario, y lo convierten en el portador de una cuenta única y segura.

Raúl Triveño, CEO de Life! y Tito Aguilar, Gerente Comercial de Cinemark


Raúl Triveño, CEO de Life! y Rodrigo Toce, Gerente Comercial de Quiksilver

Actualmente Life! cuenta con más de mil locales afiliados, entre ellos cadenas importantes de distintos rubros: desde ópticas hasta tiendas de ropa, y pasa por restaurantes, cines, hoteles, gimnasios, entre otros. Ahora, por ejemplo, disfrutar de una deliciosa hamburguesa en cualquiera de los 31 locales de McDonald’s alrededor del Perú y obtener un retorno de dinero o cashback por tu consumo es posible. «Nosotros apostamos por esto desde que Raúl nos contó en qué consistía, y nos parece una oportunidad genial para llegar a más personas», nos comenta Tina Noriega, directora general de McDonald’s. La experiencia Life! también se podrá disfrutar en los locales de Cinemark; ir al cine y gozar de una película también hará subir tu contador de dinero Life!. «Es una excelente unión. La idea es dar al cliente alternativas como ésta y que interactúe con las redes sociales para favorecer sus hábitos de consumo», dice Tito Aguilar, gerente comercial de Cinemark Perú. Apostando por un segmento juvenil, la nueva red social también se ha aliado con cadenas de ropa reconocidas, como la marca estadounidense Quiksilver. «Sentimos una gran expectativa por esta nueva plataforma, y la idea es crecer juntos para que el cliente se beneficie», dice Rodrigo Toce, gerente comercial de Quiksilver. Todos los negocios afiliados contarán con su propia página en Life! y también con publicidad en sus establecimientos que les permitirá identificarse como tales y anunciar su porcentaje de cashback al usua-

rio y sus amigos en Life!. Además, los usuarios podrán descargar una aplicación para el celular con la finalidad de encontrar negocios Life! cercanos a sus ubicaciones. La acumulación de dinero en Life! será sencilla: cuando el usuario ingrese a cualquier establecimiento de un negocio afiliado, solo deberá mencionar que es Life! y enseñar su DNI al momento de realizar la compra. Automáticamente el usuario y sus amigos verán crecer sus contadores Life!. A mediados de año, Raúl Triveño planea lanzar la tarjeta Life! Visa, una tarjeta prepago conectada con el contador. «Será la única que no te cobrará mantenimiento, y hasta la podrás usar en cualquier lugar del mundo», agrega Triveño. Para ingresar a Life!, el usuario no necesita cambiar sus hábitos de consumo o aprender algo nuevo sobre tecnología. Simplemente hará lo que ya hacía: entrar a una red social, conversar con amigos, subir fotos, comentarlas, y, ahora, con un beneficio adicional, ganar dinero real en tiempo real por cada compra realizada por él o sus amigos en negocios afiliados a Life!

Para registrarte puedes ingresar a: www.lifesocialnetwork.com Facebook: /lifesocialn Twitter: @lifesocialn


Publirreportaje

Un edificio que piensa en el futuro Vivir en la avenida más importante de la ciudad, cerca de los mejores colegios, restaurantes, supermercados y además estar rodeado de un ambiente acogedor con los mejores acabados en arquitectura, ya es una opción.

Vista real desde el dpto. 1304

Cipreses, uno de los nuevos proyectos de la inmobiliaria Viva GyM S.A., del Grupo Graña y Montero –con más de ochenta años en el sector construcción– fue concebido pensando en la comodidad, las necesidades y el futuro de una familia. Este espectacular edificio se ubica en la esquina de la calle Cipreses y la avenida Javier Prado, donde se alza como uno de los más atractivos e innovadores del tradicional distrito de San Isidro. Uno de los objetivos más importantes para Viva GyM es crear viviendas de calidad de alta gama. Por ello el edificio cuenta con ambientes especialmente construidos para la recreación y el confort familiar. «Tiene un gran parque interior precioso de casi

1.000 m2 con áreas de juegos para niños, parrilla y terrazas diseñado para que todos los usuarios del edificio encuentren un espacio de integración y diversión», dice el arquitecto José Luis Reinoso Prada, gerente de proyectos de la inmobiliaria. Además, el edificio cuenta con una sala de usos múltiples y con un área de parrillas, ideal para celebrar un cumpleaños u organizar cualquier reunión. A la par, el edificio Cipreses también cuenta con veintisiete cocheras solo para visitantes. Pero estos no son los únicos servicios: en la parte posterior tiene un gimnasio totalmente equipado y una piscina temperada espectacular con camerinos de perfecto acabado. El edificio, diseñado por el prestigioso arquitecto Juan Carlos

Doblado, consta de tres torres, una de cinco pisos y dos de quince pisos, en las que se distribuyen los 133 departamentos. Pensando en el ahorro de los servicios domésticos, todos los departamentos tienen un sistema de gas GLP para cocinas, termas y secadoras. «Es algo muy práctico que aminora muchísimo el consumo eléctrico; además tenemos detectores de humo en todos los departamentos, que contribuyen a garantizar la seguridad de todos los usuarios». La mayor parte del edificio Cipreses está vendida, pero aún hay cuatro departamentos disponibles y listos para entregarse inmediatamente, con medidas que van desde los 70 m2 hasta los 140 m2. “Han sido realmente muy bien diseñados, tenemos uno en el primer piso

con un patio jardín interior muy funcional y se tiene una vista realmente espectacular en los disponibles de los pisos 13 , 14 y 15 donde inclusive se llega a ver el mar”, explica Reinoso. El edificio Cipreses tiene una presencia muy fuerte y llamativa en la zona por su diseño elegante y funcional a la vez. Viva GyM también desarrolla proyectos similares en la avenida El Sol en Barranco y en la avenida Pezet en San Isidro pensando en las necesidades del segmento al que está dirigido.

Contacto: Viva GyM www.vivagym.com.pe José Luis Reinoso Prada, gerente de proyectos E-mail: Jose.reinoso@gym.com.pe


Publirreportaje

Arte en una botella Riccadonna, el espumante más querido del país, lanza un concurso muy especial que busca fomentar la creatividad de todos los peruanos, quienes además tendrán por jurado a los reconocidos artistas Fito Espinosa y Cherman Quino.

El famoso vino espumoso, frutado y dulce que hoy se conoce como Riccadonna se fundó en 1921 en la región de Asti, Italia, y desde sus orígenes se ha caracterizado por ser una bebida aromática, fácil de beber y disfrutar en todo el mundo. Llegó al Perú en 1998 y, desde entonces, las cifras de ventas han crecido notoriamente, Llegó al Perú en 1998 y, desde entonces, las cifras de ventas han crecido notoriamente, representando el 46% del mercado de vinos espumantes importados, lo que ha convertido al país en su primer importador en Latinoamérica y el tercero que más lo importa a nivel mundial, después de Australia y Nueva Zelanda.«Riccadonna se ha ganado la preferencia del público peruano y mundial, por ser un extraordinario producto», dice Carmen Cancho, gerente de marketing de LG Group, representante exclusivo de esta marca en el Perú. El artista Fito Espinosa en su estudio


Ahora, Riccadonna quiere invitar a todo el público residente en el Perú al concurso organizado por LC Group, que busca unir lo mejor de la creatividad peruana con la cultura italiana: «Tu etiqueta Riccadonna 2014», una convocatoria que estará abierta hasta el siete de mayo, para artistas plásticos, diseñadores, creativos y amateurs mayores de dieciocho años. Esta convocatoria busca que los participantes propongan un diseño propio relacionado a Italia en una etiqueta de la bebida que podrán visualizar, de resultar ganadores, en una edición especial de 12 mil botellas. «Riccadonna apoya el arte y la cultura desde hace unos años, y este concurso es algo que no se había visto antes», agrega Cancho. El ganador no solo tendrá la oportunidad de ver impresa su creación, sino que también podrá viajar con un acompañante a Roma, una de las capitales más importantes del arte –que cuenta con 150 museos dedicados a difundirlo–, durante cinco días. «Yo estudié diseño gráf ico y pintura, y era genial cuando salían concursos que fomentaban el arte», dice Fito Espinosa, artista plástico e integrante del jurado calificador del concurso. «Es aún más increíble cuando una empresa privada decide conectarse con

Cherman Quino, Carmen Cancho, Fito Espinosa

propuestas artísticas». Otros integrantes del jurado de lujo serán el artista gráfico Cherman Quino y Nicolás Vilcinskas, director regional de Sudamérica del Grupo Campari que se encarga de producir Riccadonna. «Esta iniciativa es realmente increíble. En nuestro país se está generando mucho arte gráfico que vale la pena apreciar. Mi estilo y el de Fito se van a complementar», agrega Quino. El proceso previo a la premiación se realizará por internet. Los participantes podrán descargar las bases del concurso e incluso solicitar a Riccadonna una botella en físico para ver la funcionalidad de su diseño. Una gran oportunidad para que dos culturas se combinen a través del arte y gracias a una de las marcas más queridas en nuestro país.

Contacto: www.tuetiquetariccadonna.com


Publirreportaje

Cinco años construyendo puentes para la educación de calidad

EnseñaPerú, con cinco años de funcionamiento inicia un nuevo capítulo en su historia, la transición a un nuevo CEO, Franco Mosso, quien toma las riendas de la Dirección Ejecutiva de la organización.

“Esta es la historia de Rolando, quien tenía una carrera profesional que iba en ascenso: se graduó en los primeros puestos de Ingeniería en la Universidad Católica, y empezó a trabajar como consultor en una transnacional. Todo iba bien, pero él sentía que algo faltaba. Tenía un deseo latente por colaborar con el país. Mucha gente tiene ese deseo pero no el vehículo, y se pregunta ¿qué hago?”, nos comenta Franco Mosso, Co- Fundador y actual Director Ejecutivo de EnseñaPerú, una asociación civil sin fines de lucro que trabaja por la educación, a través de jóvenes profesionales decididos a cambiar la calidad educativa del país. Gracias a ellos, Rolando se desempeñó como profesor de matemáticas durante dos años en un colegio estatal ubicado a cerca del penal Sarita Colonia en el Callao. Esa experiencia le cambió la vida. Actualmente trabaja en el Ministerio de Educación, y desde su posición contribuye diariamente a mejorar la educación. «Esa experiencia se multiplica por cientos de personas, y eso define a EnseñaPerú», agrega Mosso.

Franco Mosso Cobian, Director Ejecutivo de EnseñaPerú


El modelo original de EnseñaPerú tiene veinticinco años en práctica alrededor de 32 países, y llegó al Perú gracias a la emoción que despertó en dos jóvenes hace seis años. Javier Navarro, quien en medio de una noche vio una entrevista que capturó su atención por completo: Wendy Kopp –reconocida líder norteamericana y fundadora de Teach for America – hablaba de cómo romper la inequidad de la educación estadounidense. Esa noche él no pudo dormir, y al día siguiente empezó a averiguar más sobre el tema. En paralelo, y, como una gran coincidencia, Daniella Raffo, preparaba un ensayo para postular a un MBA sobre emprendimiento social, y mientras buscaba información encontró a Teach for America. Ambas historias sobre la versión estadounidense de la organización los conectaron, pero ellos no podían empezar solos. Así que contactaron a Álvaro Henzler, Amabel Escardó, Christian Gutiérrez, Diana Cabrera y Franco Mosso, jóvenes de distintas edades y profesiones en búsqueda de un Perú mejor y en el 2009 nació EnseñaPerú. Hoy trabajando desde una oficina en Lince se encargan de reclutar a jóvenes que deseen contribuir a cambiar el país. El desafío no es sencillo: hay 20 mil colegios en el Perú que solo cuentan con un profesor, y es junto a estos centros educativos que EnseñaPerú desea trabajar. «Hay personas que consideran que hacemos un voluntariado, y no están informadas de que éste es un trabajo importante con una remuneración», dice el Director Ejecutivo de esta organización. Lo más importante para él es que el Perú conozca la dimensión de la organización y su impacto, su misión es buscar a los mejores profesionales y formarlos - el egresado universitario postula y EnseñaPerú los evalúa, selecciona y entrena. «Tenemos un instituto de verano donde se hacen 600 horas de pedagogía antes de empezar a enseñar en un aula. Es una experiencia real de enseñanza. Después de enseñar dos años en un colegio ya nadie puede contarte un cuento sobre la realidad del país» agrega Mosso. EnseñaPerú ha reclutado a 103 profesionales para este ciclo escolar 2014, para el 2016 espera tener 250 profesores al año y llevar educación de calidad a la Selva, una región a la que actualmente no ha podido llegar por falta de recursos. Son muchas las campañas y proyectos que EnseñaPerú promueve junto a sus aliados, una de ellas es Un Shot por la Educación, que junto a Starbucks han lanzado durante todo el mes de Abril. «A través de la compra de pulseras, paletas de chocolate o un shot extra contribuyes a la organización, y con esto puedes financiar una hora más de clase para un niño», culmina Franco Mosso. No hay excusas para no comprometerse con la educación del país, cualquier acción es potente.

Wendy Kopp, CEO de Teach for All y Franco Mosso, Director Ejecutivo de EnseñaPerú EnseñaPerú Web: www.ensenaperu.org Teléfono: 640-2485 Correo: info@ensenaperu.org Facebook: www.facebook.com/EnsenaPeru


Una

diseñadora que entretiene con sus telas Margaret Sheppard adora las pasarelas, pero no se dedica a la alta costura. La diseñadora valora que la ropa y los diseños puedan convertirse en un espectáculo, sin perder la comodidad en las telas.

Por María Alejandra López Fotos de Augusto Escribens

+196


logistik xpress

+197


«La única forma en que puedo hacer una nueva prenda es viendo cómo funcionan las máquinas, sino podría perderme muchos diseños»

del cuerpo, sintió curiosidad por la ropa a partir de las telas, se preguntaba dónde podía conseguir esos retazos que formaban su ropa. Se inició cómo una autodidacta a los trece años, en largos viajes hasta el emporio textil de Gamarra. Empezó yendo por su cuenta y de pronto se hizo rutina. Pero fue gracias a una beca en República Checa, en un programa especializado en textiles, en el que las telas se convirtieron en su profesión. Sheppard diseñó una vez un enterizo con una capa. «Parecía un escarabajo», asegura. «Nadie se lo hubiera puesto en la calle». Y es que algunas de sus prendas podrían ser catalogadas cómo experimentales: casacas con cierres que se convierten en mangas o vestidos que funcionan como pantalones. Para ella las telas son parte de un espectáculo que se amolda al cuerpo y el estilo de vida de la persona. Su marca de ropa Hybridity es una clara definición y el nombre, como ella dice «lo asegura todo», la mezcla de elementos de distinto tipo: en su última colección ella utilizó telas elegantes para un estilo de ropa totalmente urbano.

Cuando estudiaba en la escuela de modas MAD, sus profesores le dijeron que tenía un estilo teatral. Y no se equivocaron. Margaret Sheppard se convenció de ello cuando consiguió un trabajo temporal con el Cirque du Solei. El puesto era asistente de vestuario y fue la combinación de sus tres pasiones: mezclar el movimiento, jugar con las telas y apreciar el resultado en un espectáculo. «Lo llamo “el punto de quiebre de mi

+198

vida”. Ahí me di cuenta que quería hacer vestuarios e indumentaria». Sheppard acompañó a los integrantes del circo durante dos meses y observó sus movimientos. En la escuela, lo que más le gustaba era el patronaje y cómo a partir de la fisionomía del cuerpo se podían lograr volúmenes fuera de lo común con las telas. No fue una casualidad que su tesis en la escuela consistiera en la creación del vestuario de un triatleta: ropa

hecha de licra, acondicionada para los cambios en la rutina del deportista y que transcurren entre natación, ciclismo y carrera a pie. Una ex campeona nacional de atletismo, Sheppard se especializó en moda y también en textiles. «Soy diseñadora y deportista, entiendo las necesidades de usar una licra, y qué telas son especiales para el sudor». La chica que diseña pensando en el balance

La diseñadora actualmente trabaja en una fábrica textil, desde donde supervisa los procesos de planta a través de su oficina ubicada en el centro de la planta. «La única forma en que puedo hacer una nueva prenda es viendo cómo funcionan las máquinas, sino podría perderme muchos diseños». La inspiración llega cuando las telas trabajan, y Margaret sabe que para comenzar el proceso de crear un espectáculo textil, no hay mejor estimulante que ver a las texturas convertirse en ropa.


El chef de ningún lugar Patricio Basombrio ha vivido en siete ciudades y colaborado en trece restaurantes en los últimos diez años. Cada circunstancia, puesto y cocina han sido diferentes y, aun así, él asegura que nada fue proyectado. Por María Alejandra López / Fotos de Alonso Molina

«El único viaje que he planificado fue a Italia por mi maestría», dice el chef Patricio Brasombrio. Su carrera no ha sido construida a base de suerte, pero tampoco de miedo. «Para mí la idea es trabajar con los productos que tengas alrededor e interpretar tu entorno». Desde muy pequeño gozó la experiencia de vivir cerca de la cocina: su madre tenía una «cocina industrial» en la parte trasera de la casa y trabajó durante veinte años ofreciendo servicios de catering. Basombrio quería convertir la gastronomía en su vocación, por ello, decidió dejar su carrera en Administración de Empresas y estudiar gastronomía. Aprendió la técnica de un cocinero,

+200

más no lo que representaría trabajar en un restaurante con una Estrella Michelin, uno de los reconocimientos más grandes en gastronomía. Pinocchio fue el primer local extranjero que le abrió las puertas. El restaurante se encontraba en la frontera de Italia con Suiza y estaba a cargo del chef Piero Bertinotti, maestro en cocina italiana. «Él era el perfecto ejemplo de un científico maniático en un laboratorio, pero en este caso era su cocina», dice Basombrío. Jamás olvidará el día en que le gritó al punto de hacerlo llorar. «Creo que ahí aprendí lo que era trabajar en un restaurante de alto nivel».

Luego de la experiencia en Italia lo aceptaron en San Sebastián, la ciudad con más estrellas Michelin después de París, donde los restaurantes de Martín Berasategui se convirtieron en su hogar durante casi un año. «Fue una experiencia alucinante, éramos setenta cocineros para atender a cincuenta comensales. Es un verdadero trabajo bajo presión con un nivel de exigencia altísimo». Basombrio considera que la cocina es una actividad muy cercana a la milicia, y eso es lo que más le gusta. El año pasado, Basombrío viajó a Sudáfrica –el país más lejano al que llevó su sazón–, trabajó en el Shimmy

Beach Club, uno de los restaurantes más elegantes de Ciudad del Cabo y en cuestión de meses, lo descubrió una escritora que se enamoró de su cocina y lo contrató para trabajar como chef privado en su casa. El cocinero no se arrepiente de haber cambiado de hogares y fogones. Sabe que cada experiencia y persona ha sido un factor determinante en su carrera. Ahora está en Lima, pero en unos meses viajará de nuevo. «Siento que haber viajado tanto me ha dado una perspectiva distinta de la comida, cocina, la alimentación y las personas» dice. Le queda un viaje más. Después se instalará en Lima. Pero por ahora, su hogar sigue siendo el camino.


Eliana Vizquerra

+202

Blazer de Tennis Body de Freshpomme Zapatos de Dolce vita


El ritmo de unamujer inagotable 25 años. Productora de modas. Amante de la música. Para ella este arte no es solo un pasatiempo, sino también lo que inspira cada momento de su día.

Por Rodrigo Alomía / Fotos de Santiago Barco

+203


e

Ropa de baño de Genaro Rivas Pantalón Jazmin Chebar Lentes Anna Sui

liana Vizquerra tiene un tatuaje en su antebrazo izquierdo. Musica por favor se lee en la tinta negra escrita sobre su piel bronceada. «Ni siquiera le pusieron tilde a la u porque tuve que salir volando hacia el estadio», dice Eliana, y ríe.

Cerati o los Rolling Stones. «The Beatles son como la leche materna: bastante incorporado; todos lo escuchan. En cambio The Rolling Stones es como el vodka. Keith Richards y Madonna son mis cantantes favoritos».

Ella no es una roquera ni una cantante que sintió el impulso de hacerse ese tatuaje porque sí. Es una productora de modas, al igual que directora de arte y de fotografía, que ha trabajado en las revistas más importantes de Lima, y cuya pasión por la música la atrapó desde que era una niña, cuando sus hermanas escuchaban a Nirvana y Pearl Jam, aunque los preferidos de Eliana son The Doors, Radiohead, Gustavo

Por eso se hizo ese tatuaje un día de diciembre del 2012 en Buenos Aires, a pocos minutos de que la Reina del Pop, Madonna, cantara en el estadio de River Plate. Fue tal su emoción que solo al final del concierto se percató de que el pedazo de plástico que cubría su piel aún sangrante por el tatuaje se había perdido. A Eliana le gusta pensar que la energía y el furor del estadio fueron absorbidos por la herida abierta ese día.

+204


Presentador oficial de la Liga Premier

Este 28 de abril empieza el torneo Apertura de la Liga Premier, inscrĂ­bete y participa en la liga de futbol 11 a nivel amateur.


En escena

Polo de Marc Jacobs Collar de Zara Short de Zara Botines de Steve Madden

Si algo no puede faltar en las producciones o sesiones de fotos que Eliana hace es música

«Todo está realmente metido acá», dice, y señala el tatuaje. Eliana estudió Comunicaciones y empezó a trabajar a los dieciocho años, primero como asistente de publicidad y luego en cuanta producción la llamaban. Hace poco más de un año y medio dejó el canal de televisión donde trabajaba como productora ejecutiva de dos programas para probar suerte por sí misma. «Me lancé a la piscina», exclama. Y no se arrepiente. Hoy no solo trabaja por su cuenta, sino también al lado de la directora creativa Cristina Rendón y su empresa ElCartel DesignGhetto. Por supuesto, si algo no puede faltar en las producciones o sesiones de fotos que Eliana hace es música. Siempre lleva sus parlantes y un setlist apropiado en su computadora según los personajes o artistas que estarán en la producción.

+206

Desde hace menos de una semana, Eliana está en California para el Festival de Musica de Coachella. Tres días con más de diez horas diarias de música en vivo: lo mejor que le puede suceder a ella. Antes de regresar al Perú, Eliana se hospedará en la casa de un amigo suyo que vive en Los Ángeles. Es un sonidista y compositor que participa en la producción de la película The humbling, que tiene a Al Pacino en el rol protagónico. Eliana espera participar en el backstage y aprender de primera mano sobre las grandes producciones de Hollywood; luego viajará a Nueva York para ver a Miley Cyrus en concierto y se tomará unos últimos días en Miami, antes de volver a Lima a parsar tiempo con su novio y a continuar con lo que más disfruta hacer en la vida: volcar su creatividad para dirigir y producir, siempre al ritmo de una gran canción.

Fotos: Santiago Barco Producción y Styling: Nicole Bazo y Michaela Salazar Maquillaje y Peinado :Paola Chiarella y Flavio Sánchez para Sono Salón Agradecimientos: Jazmin Chebar (Boulevard del C.C. Jockey Plaza) Lima Fashion Catalogue (www.lfc.com.pe Dirección: Av. Santa Cruz 949, Miraflores) Freshpomme SAC (www.facebook.com/freshpomme) Sandra de Souza Peixoto

Encuentra más fotos en www.asiasur.com


Cuéntame

Rebeca Escribens Quinientos

correos electrónicos, o quizá más, recibía a diario cuando producía y conducía el programa radial Madre, Amiga, Mujer. Era un espacio que brindaba tips, consejos, y asesoramiento psicológico a mujeres de todo el país.

Por Rodrigo Alomía / Foto de Augusto Escribens

36 años, actriz, conductora de televisión. Rebeca Escribens es una mujer de la tele: lleva más de diez años en el medio y ha conducido innumerables programas y protagonizado más de una telenovela. Sin embargo, fuera de la pantalla chica, es una mujer calma, que goza de leer un libro antes de dormir, escuchar sus canciones preferidas, y pasar tiempo con sus hijos y esposo. Es la forma perfecta de equilibrar su vida y disfrutarla.

sesenta y cuatro

GB de memoria tiene su nuevo iPod Touch, pero ya solo le queda 1 GB de espacio libre. Rebeca es una melómana que disfruta tanto de la música clásica como de las melodías del cantante brasileño Caetano Veloso.

Cuatro

nombres tiene: Rebeca Vicky Barbará Lucila.

diecisiete

años tenía cuando nació su primer hijo. Fue una responsabilidad inmensa para Rebeca, y tuvo que detener su ingreso a la universidad para trabajar. Hace cinco años nació su segundo hijo.

tres

obras de teatro, siete telenovelas, ocho programas de televisión, un programa de radio y dos películas en el cine son, en total, todas las producciones en las que ha participado.

+208

dos

poetas que lee actualmente: Pablo Neruda y Mario Benedetti. La poesía la relaja mucho y disminuye la intensidad que vive diariamente en televisión.


Asia Sur - Edición 160  

Carlos Alcántara, el cambio de piel de un actor taquillero