Issuu on Google+


En este domingo, continuaremos el Sermón de la Montaña. Jesús nos presenta la esencia de su enseñanza: El AMOR, para que seamos "perfectos como el Padre". El Evangelio nos ofrece dos ejemplos, que muestram la novedad de Jesús en relación con la Ley antigua: Perdón x venganza, Amor x Odio... (Mt, 5,38-48)


1) PERDÓN: "Oísteis: Que se dijo diente por diente, ojo por ojo."

Es la conocida Ley del talión, que no pretendía autorizar la venganza, sino limitarla: no podía ser mayor que la violencia original...

YO os digo: "No hagáis frente al que os agravia": Jesús cita cuatro ejemplos de violencia: - Violencia física: Si te abofetea en la mejilla derecha, preséntale la otra; - Injusticia econômica: Si quiere quitarte la túnica, dale también el capa: - Abuso de Poder: Si te manda andar um Kn, anda dos; - Préstamo: Al que te pide, no lo rehuyas.


En la lógica de los hombres es una locura... El mismo Cristo ante la bofetada, no ofreció la otra mejilla y protestó... - La Ley antigua intentaba limitar la violencia, pero, en la práctica, la justificaba... - JESÚS dice: No es suficiente... El Cristiano debe ser un sacramento de amor y de perdón.


PERDÓN: es una extensión del amor. A través del perdón, se confirma el amor y la paz se hace presente en la relación humana. La no resistencia al malvado rompe el círculo vicioso de la venganza. - Perdonar es cortar el mal por la raíz, extinguiendo el resentimiento y la maldad. La dificuldad de perdonar impide el seguimiento radical de Jesucristo - No es una resignación fatalista, sino la no violencia activa del amor.


- Soportar la injusticia no significa aprobarla, puede ser incluso una denuncia profética... = Amar como Dios ama es el nucleo de la Ley Nueva. Sólo así podemos rezar el Padre Nuestro: "Perdónanos, así como nosotros perdonamos..". * El espíritu de venganza está muy enraizado también hoy en nuestro corazón: “El que ríe el último, rie dos veces"


2) AMOR A LOS ENEMIGOS: “Habéis oído que se dijo: Amarás a tu prójimo, y aborrecerás a tu enemigo..."

YO os digo: "Amad a vuestros enemigos, y rezad por los que os persiguen.." - Ya en el Antiguo Testamento encontramos: . "No odiarás de corazón a tu hermano". . "No te vengarás ni guardarás rencor a tus parientes". . "Amarás a tu prójimo como a ti mismo..."


La "Santidad" que el Señor exige no se manifiesta en formas de religiosidad externa, sino en el amor al hermano. Pero en la práctica, el amor al prójimo se reducía exclusivamente para los compatriotas... - JESÚS: amplía las dimensiones: amar hasta a los enemigos... Motivo: Unos y otros son hijos de Dios = hermanos... La comprensión de que somos todos hijos del mismo Padre y Madre y la percepçión de que su amor es sin límites lleva a la fraternidad universal, a la solidariedad y a compartir, viviendo con alegría, teniendo como meta la unión y la paz.


Y nos presenta un Modelo: El Padre Celeste: "Sed perfectos como el Padre celestial es perfecto..." La Imitación de Dios, en su perfección o santidad, se concreta en el amor manifestado también al enemigo. Se trata de un amor gratuito y desinteresado, que no se reduce a la religión o a la raza. “Así seréis hijos de vuestro Padre que está en el cielo”


El amor sin distinción nos posibilita vivir la experiencia de hijos, reproduciendo en la tierra la bondad del Padre celestial, que “hace salir su sol sobre malos y buenos, y manda la lluvia a justos e injustos." El amor lleva a superar el espíritu de hostilidad, la venganza, el odio y el rencor, para construir la fraternidad.


Sólo así nos hacemos verdadeiros hijos de Dios... "Si amáis a los que os aman... ¿que premio tendréis? ¿No hacen los mismo también los publicanos (pecadores)..." - “Y si saludáis sólo a vuestros hermanos... ¿No hacen los mismo los paganos?..." * ¿Es esto posible? ¿O es una Utopia para soñadores, una locura?


La 2ª

Lectura responde que es una locura para los hombres, pero es "Sabiduría" para Dio*s. (1Co 3, 16-23

- ¿Tenemos enemigos a perdonar y rezar por ellos? - ¿Personas que no nos gustan o que no les gustamos? - ¿Cuál es nuestra actitud para con ellas? - La Eucaristía que celebramos ¿es de hecho un gesto de COMUNIÓN con Dios y los hermanos?

P. Antonio Geraldo Dalla Costa CS

20.02.2011


Domingo 20 febrero