Page 1

DEJA QUE TE CUENTE DE MI PAÍS Cartillas didácticas

PROCLADE BÉTICA


Presentación ¿Qué es Proclade Bética? Promoción Claretiana para el Desarrollo Bética (Proclade Bética) es una Organización No gubernamental de Desarrollo (ONGD), promovida por los Misioneros Claretianos que se funda el 3 de enero de 1994 como asociación sin fines de lucro. Esta organización nace con una marcada inquietud en la defensa de las personas y poblaciones más empobrecidas a través de la colaboración con las misiones claretianas y coloca en su hoja de ruta cuatro fines fundamentales: A) Promover el desarrollo integral de la persona y de los pueblos en los países más desfavorecidos. B) Impulsar la integración de las personas y de los colectivos marginados de nuestro entorno. C) Sensibilizar y educar para el desarrollo y la solidaridad en el territorio nacional. D) Ofrecer cauces para la cooperación misionera a través del voluntariado. Proclade Bética cuenta con 10 delegaciones de voluntarios donde realizan actividades de sensibilización y recaudan fondos para poder llevar adelante los proyectos. • 7 están en Andalucía: Córdoba, Málaga, Granada, Loja (Granada), Tíjola (Almería), Valdepeñas de Jaén (Jaén) y Sevilla. • 3 están en Extremadura: Almendralejo (Badajoz), Don Benito (Badajoz) y Badajoz.

2


BOLIVIA

¿DÓNDE ESTÁ BOLIVIA? • Es un país que se encuentra en el continente... • Sus países vecinos son... • Su capital es... • Otras ciudades importantes son... • La lengua oficial es... • También se habla...

4


BOLIVIA

驴C贸mo viven los bolivianos?

5


BOLIVIA • La mayoría de la población boliviana es...

• ¿Cuál es su principal medio de vida?

• Los problemas más importantes del país son...

• ¿Cuáles son las principales riquezas de Bolivia?

• ¿Qué cosas te han llamado más la atención de su cultura?

6


BOLIVIA

cuento “EL GIGANTE DERRIBADO”

Aquella tarde se escuchaba hablar a las semillas bajo la tierra:

– Mañana comenzará la fiesta de la primavera y todas debemos estar presentes -decía la amapola, estirando su cuerpo hacia arriba, como una culebrita verde-. – Naturalmente, pues la que no asista quedará para siempre enterrada -apoyaba la dalia roja, que llevaba en algún rincón del cuerpo el germen de la flor futura, ardiendo como una chispa-. – Yo asombraré al mundo con mi belleza -decía la orquídea-.

– Y yo con mi estatura –dijo el eucalipto, que justamente era la más pequeña de las semillas-. – ¡Miren la pretensión de este microbio...! ¡Quiere asombrar al mundo con su estatura...! -exclamaron las demás semillas y se rieron-. – Pues así será aunque se rían.

– ¿Pero no ves tu tamaño actual?

– Eso no importa, que muchos grandes fueron pequeños y humildes de nacimiento.

Tales arrogancias de la microscópica semilla asombraron al mundo subterráneo, pero ya no era tiempo de seguir comentando, porque había llegado el momento de brotar de la tierra. – ¡Qué hermosura...! ¡Ya veo la luz...! –gritó el clavel sacando medio cuerpo del suelo-. – Y yo también... ¡Viva la primavera! –exclamó la rosa-.

Cuando todas brotaron y se miraban unas a otras con asombro, vieron también al diminuto eucalipto que lanzaba hacia el sol sus dos hojitas, como dos manos juntas.

7


BOLIVIA – ¡Mírenlo al microbio en acción de gracias...!

– Agradezco al sol que me dio la vida –replicó el aludido-.

Pasaron varios días y el eucalipto empezó a crecer asombrosamente. Las plantitas que antes se burlaban de él, ahora se arrastraban a sus pies y comentaban:

– Es cierto, muchos grandes nacieron en cuna humilde... Y el árbol seguía creciendo, hasta punzar el cielo. Algunas nubes comenzaron a revolotear sobre su cabeza.

– Quiero subir más alto que las nubes –decía el eucalipto– hasta que ellas se arrastren a mis pies, como las plantas que antes se burlaban de mí. – Cuidado, que empieza a picarte la vanidad y eso es peligroso –le advirtió una nube-.

– Nada es peligroso para mí, que soy el gigante más grande del mundo. Y continuó creciendo.

Un día quiso castigar las inocentes bromas de las plantitas hermanas de nacimiento, y absorbió con sus poderosas raíces toda el agua de los alrededores...

– ¡Déjanos beber que nos morimos de sed! –imploraban las flores–. Pero él continuaba chupando la humedad hasta rajar la tierra. – Eres un tirano que se vuelve contra los humildes. Olvidas tu nacimiento –habló la violeta-.

– Toda la grandeza de tu ascensión queda ensombrecida con tu despotismo. Te advierto nuevamente que corres peligro –volvió a sentenciar la nube-. Pero el eucalipto prosiguió con su cruel intento hasta que todas las flores quedaron carbonizadas sobre la tierra.

– ¡Mi venganza está cumplida! –gritó entonces, estirando hacia el cielo su colosal estatura-. Pero en ese momento, el día se oscureció. Bramó la tormenta, un trueno terrible estremeció la tierra y un rayo cayó sobre el gigante, partiéndolo desde la punta hasta sus raíces. – Tu vanidad te ha perdido –dijo la nube desde arriba, mientras el coloso moría, tirado largo a largo y ardiendo en toda su grandeza-. (Óscar Alfaro)

8


BOLIVIA

¿

Qué nos dice el cuento ? RESPONDE A LAS SIGUIENTES PREGUNTAS:

• ¿Cómo se comportaban las semillas frente a su compañero el eucalipto?

• ¿Pensaban las semillas que todas eran iguales?

• ¿Qué hace el eucalipto? ¿Crees que obró bien?

• ¿Cómo acaba el cuento? ¿A qué se debe ese final?

9


BOLIVIA • ¿Crees que lo que hizo el eucalipto fue bueno para el medio ambiente? ¿Por qué?

• Inventa otro final para el cuento.

10


BOLIVIA

NOS COMPROMETEMOS...

¿Sabías

que...

Proclade Bética realiza en Emborozú (Tarija, Bolivia) un proyecto educativo de becas para estudiantes campesinos, y que gracias a eso podrán tener un futuro mejor para sus familias y sus comunidades?

11


ARGENTINA

¿DÓNDE ESTÁ ARGENTINA? • Es un país que se encuentra en el continente... • Sus países vecinos son... • Su capital es... • Otras ciudades importantes son... • La lengua oficial es... • También se habla...

14


ARGENTINA

驴C贸mo viven los argentinos?

15


ARGENTINA • La mayoría de la población es...

• ¿Cuál es el principal medio de vida de los argentinos indígenas?

• Los problemas más importantes del país son...

• ¿Cuáles son las principales riquezas de Argentina?

• ¿Qué cosas te han llamado más la atención de su cultura?

16


ARGENTINA

cuento “MAMÁ SE VA DE VIAJE” Jimenita es una niña kolla que vive en una casita en el cerro con su familia. Su mamá es Doña Catalina y tiene tres hermanitos: Nicolás, el mayor, Emilio y Elsita que es todavía un bebé o guagüita que es como le dicen en aquella región. Jimenita y su familia viven de su ganado. Si necesitan un poco de harina, azúcar, unos zapatitos o una ropita para la casa, Doña Catalina vende una oveja y así consigue el dinero, y si necesitan una manta, un ponchito o unas medias para el frío, Doña Catalina hila un poco de lanita y así salen del apuro. Todos los días, por la mañana bien temprano, Doña Catalina ya está en la cocina preparando el desayuno y después, mientras Nicolás, Emilio y Jimenita se van a la escuela, su madre se marcha bien temprano para sacar a pastar a las ovejas y regresa cuando ya se ha hecho la tarde. Entonces, encierra las ovejitas en el corral y suelta a los corderitos para que puedan mamar de sus madres. Luego viene a casa y prepara un poquito de sopa y un pedacito de pan, que saben riquísimos. El sábado por la tarde, mientras tomaban el mate con una hierba llamada muña muña y un pedazo de pan, comentó Doña Catalina a sus hijos que la mercadería estaba faltando en la casa, así que mañana domingo iba a matar dos ovejas y con los burros iría al pueblo para venderlos. Por la mañana bien temprano ya estaba la mamá en el corral. Mató a las dos ovejas para vender su carne y orando a la Pachamama le decía: “Pachamama, Santa Tierra, que no se enfermen las ovejas, que no le venga la peste al rebaño y se multipliquen” y rezó también un Padre Nuestro. También, Doña Catalina, como cada día que sus hijos no tienen escuela, le dijo a Jimenita. “Mira hijita, hoy vas a ir a sacar a pastar a las ovejas. No las apures, pues están con corderitos y vas a tener que andar con cuidado,

17


ARGENTINA pues el zorro está rondando para quitar los corderitos. Vas a estar atenta viendo, con la onda y los perritos”. “Si, Mami”, respondió Jimenita. Ahí nomás, tomó el almuerzo, y con su sombrerito ovejero y su chalina rosada, salió del corral arreando al rebaño, y con el sol se fue a pastear al ciénago. Luego, Doña Catalina le dijo a sus otros hijitos, Nicolás y Emilio: “Vayan a rodear a los burros, no sea que estén haciendo daño a las chacras; llévense la soga y de paso, se traen una carguita de leña”. Cuando sus hijos se fueron, Catalina se sentó en el telar a terminar de tejer una colcha de cuatro colores para vender también en el pueblo. Al ratito llegaron sus hijos con la carga de leña y los burritos; le contaron a su mamá que habían visto a los cóndores comiéndose una vaca despeñada, y Catalina les preguntó de quién sería la vaquita. Emilio respondió: “Era una coloradita, la del tío Bernardo”. Con todo dispuesto, Doña Catalina aparejó y cargó los burros, se despidió de sus hijitos que se quedaron al cargo de la casa y les dijo: “Yo, si Dios y la Virgen quieren, volveré a la noche”. Y así, Emilio y Nicolás quedaron al cuidado de la casa. Al terminar de almorzar, Nicolás dijo a su hermano: “Vamos al vertiente y traigamos los bidones con agüita”. Nicolás, mientras iba caminando, sacó su anata y se puso a tocarla, y la música se escuchaba por todo el valle. Cuando llegaron a un cerro miraron al ciénago y a lo lejos vieron a Jimenita pasteando las ovejas. Sacaron sus espejos y jugaron con Jimenita al juego de las espejeadas. Jugaron un ratito, llenaron los bidones y volvieron a la casa. Ya por la tarde, llegó Jimenita con las ovejas y las encerró en el corral. Nicolás, el mayor, dijo a su hermana que ordeñara a las madres, -“pero no le apures demasiado las ubres; déjale un poco de leche para los corderitos”- le indicó. Y Jimenita sacó apenas una ollita de leche para hacer un quesito. Luego entraron en la casa para descansar y tomar una taza de mate con muña muña y un pedazo de pan, y ahí nomás Jimenita les contó que el zorrito le había quitado un cordero. Mientras, Doña Catalina, desde que llegó con sus burritos al pueblo, intentó durante todo el día vender la carne, pero tuvo gran dificultad para conseguirlo y recién cuando ya se hacía de noche, pudo venderla. Después se fue al almacén y con la platita que había ganado, compró su mercadería: unas bolsas de harina, unos cuantos kilos de azúcar, hierba, aceite, fideos, grasa, dos panel de sal y unas manzanas para sus hijos. Como se había hecho tan tarde, decidió pasar la noche en casa de Doña Guadalupe, su comadre. Doña Guadalupe le ofreció un plato de sopa y Doña

18


ARGENTINA Catalina le dio las gracias. Después se pusieron a conversar. Doña Guadalupe le preguntó: -“¿y cómo está el bebé?”. Doña Catalina respondió:-“Ahora ya está guapita pero estuvo bien enferma de diarrea; casi se me muere, pero la pude hacer curar y se compuso”. – “¿Y tus hijos, como están?” preguntó Doña Guadalupe, -“Solitos. Han quedado en el rancho a cargo de Jimenita. Ella es bien responsable y de todo se preocupa; yo me vine esta mañana dejándoles el almuerzo listo, pero Jimenita lo mismo ya sabe poner la ollita al fuego y cocinar cualquier cosa. Pero estoy preocupada por que me esperaban para esta noche y mañana van a perder la escuela”. –“No se apure comadre que seguro sabrán cuidarse”. Y así estuvieron hablando de todo un poco hasta que la noche avanzó y Doña Guadalupe le ofreció unas mantas y un cuero de oveja para que durmiera caliente. De madrugada, Doña Guadalupe le llevó una taza de café con pan. -“Gracias”- dijo Doña Catalina. Después se fue al corral, aparejó los burros y cargó la mercadería y, al despedirse de su comadre, le pidió el favor de dejarle encargada la colcha que no pudo vender y al mismo tiempo le dejó un poco de carne y unas papas como obsequio, y Guadalupe le dio unos caramelos para los chicos. Y ya estaba amaneciendo en el cerro, y a eso de las doce, la madre ya estaba asomando por la casa. Sus hijitos la vieron venir y salieron a su encuentro. Doña Catalina sacó las manzanas y los caramelos y se los dio, y los fueron comiendo hasta llegar al ranchito. Al otro día, Catalina despachó a sus hijos para la escuela, y cuando llegaron el maestro les reprendió por haber faltado a clase, diciéndoles: -“¿Por qué han faltado? Así no van a aprender nada”. Y Jimenita le respondió al maestro diciéndole: -“Es que mi mami tuvo que ir al pueblo porque faltó la mercadería en la casa y nosotros tuvimos que quedarnos a pastear las ovejitas”.

19


ARGENTINA

¿

Qué nos dice el cuento ? RESPONDE A LAS SIGUIENTES PREGUNTAS:

• ¿De qué viven Jimenita y su familia?

• ¿Cómo es un día cualquiera en la vida de doña Catalina?

• ¿Qué hacen Jimenita, Emilio y Nicolás después de la escuela?

• ¿Qué importancia le da doña Catalina a la naturaleza?

20


ARGENTINA • ¿A qué juegan Jimenita y sus hermanos? ¿Se parecen sus juegos a los tuyos?

• ¿De qué estuvo enfermo el bebé de doña Catalina? ¿Fue grave?

• ¿Los hijos de doña Catalina pueden ir todos los días a la escuela?

21


ARGENTINA

NOS COMPROMETEMOS...

¿Sabías

que...

Proclade Bética realiza en La Quiaca (Jujuy, Argentina) un proyecto de hornos comunitarios para dar puestos de trabajo y facilitar la elaboración de pan a familias indígenas necesitadas?

22


PERÚ

¿DÓNDE ESTÁ PERÚ? • Es un país que se encuentra en el continente... • Sus países vecinos son... • Su capital es... • Otras ciudades importantes son... • La lengua oficial es... • También se habla...

24


PERÚ

¿Cómo viven los peruanos?

25


PERÚ • La mayoría de la población es...

• ¿Cuál es el principal medio de vida de los peruanos indígenas?

• Los problemas más importantes del país son...

• ¿Cuáles son las principales riquezas de Perú?

• ¿Qué cosas te han llamado más la atención de su cultura?

26


PERÚ

cuento “EL ÁRBOL DE LA QUINA” Había una vez, en un país de América llamado Perú, un indio que se sentía muy enfermo. La cabeza le ardía, un frío intenso le helaba y le sacudía el cuerpo, y sus dientes chocaban el uno contra el otro. Ni las yerbas del curandero de su aldea, ni las palabras mágicas del hechicero habían podido curar al pobre indio. Envuelto en un grueso poncho se fue el hombre por el campo; casi no podía caminar; tales eran su malestar y su debilidad. Cerca de una acequia, bajo unos árboles de frondoso follaje, se sentó el indio. Tenía mucha sed y sacó agua del arroyo, allí donde crecía y mojaba sus raíces uno de esos árboles. El agua tenía un gusto muy amargo, pero tan grande era la sed del enfermo que tomó varias veces del áspero brebaje. ¿Qué virtudes maravillosas tenía aquella agua que calmó la fiebre del indio, le devolvió sus fuerzas, dio color y lozanía a su rostro marchito y amarillento? ¿Por qué aquel remanso, donde caían los trozos de corteza del árbol que allí crecía, sanó con su amargo sabor al enfermo, que ya creía morirse? Nadie, en la región, podía curarse de aquellas fiebres que cada cierto tiempo se apoderaban de los que las habían sufrido alguna vez. Pero él, Pedro de Leyva, con sólo tomar el agua donde un árbol dejaba caer su corteza, estaba sano, robusto, vigoroso, libre de las terribles fiebres. ¿Sería un milagro del cielo? Pedro de Leyva había encontrado el árbol de la quina, uno de los más maravillosos dones que la naturaleza ha hecho al hombre. El árbol de la quina era el árbol que crecía a la orilla del arroyo, donde el indio sació su sed. Pedro de Leyva había encontrado el valioso remedio que iba a

27


PERÚ sanar las fiebres palúdicas, y que hasta entonces, en el Viejo y en el Nuevo mundo, nadie podía curar. Pedro, lejos de guardarse ese maravilloso secreto para él, hizo conocer a otros indios de la región la prodigiosa medicina. Apenas se sentían los indígenas atacados por el paludismo, tomaban la corteza del árbol de la quina, diluida en agua. Una vez, muchos años más tarde, cayó enfermo con las fiebres palúdicas, un misionero muy querido de los indígenas. Ellos dieron al taita (padre) la corteza que sanaba. Así expresaban los hijos de América su gratitud al que había sido bueno con ellos. También, en el palacio del Virrey, en Lima, la virreina estaba muy enferma. Las fiebres palúdicas se habían apoderado de ella, y el médico, Don Juan de la Vega, no sabía cómo detener el mal que destruía el organismo de la virreina. El virrey, conde de Chinchón, sentía inmensa pena; se moría su esposa, la hermosa y joven Doña Francisca Henriquez de Ribera; se moría porque no había remedio para vencer su enfermedad. Y pasaban los días. La fiebre no dejaba a la virreina, consumiéndola poco a poco. En las iglesias de toda Lima se rogaba por la Condesa. Las noticias de la enfermedad de la virreina llegaron hasta la lejana provincia donde se había descubierto el árbol de la quina. Enviaron, entonces, apresuradamente a Lima, las preciosas cortezas que curaban las fiebres palúdicas para que las llevaran a palacio donde agonizaba la virreina. Después de tomar varias dosis, sanó Doña Francisca. La corteza del árbol de la quina había vencido, una vez más, a las fiebres palúdicas. La tierra generosa de Perú daba al mundo un tesoro más precioso que el oro de sus minas: la quinina. Y si España llevó a Perú el trigo, el olivo y la vid, Perú se lo devolvió con el árbol de la salud y de la vida. (María Wiesse)

28


PERÚ

¿

Qué nos dice el cuento ? RESPONDE A LAS SIGUIENTES PREGUNTAS:

• ¿De qué enfermaron el indio y la condesa de Chinchón? ¿Qué sabes de esta enfermedad?

• ¿Qué hubiera pasado si los árboles de la quina hubiesen sido talados?

• ¿Qué hace el indio cuando descubre el remedio para la enfermedad?

• ¿Aparecen en el cuento desigualdades sociales?

• ¿Qué nos dice el cuento sobre las relaciones de España y Perú?

29


PERÚ

NOS COMPROMETEMOS...

¿Sabías

que...

Proclade Bética trabaja en Perú apoyando mediante becas a jóvenes sin recursos económicos que están realizando estudios de formación profesional con el objetivo de que puedan completar su formación y tener un empleo?

30


COLOMBIA

31


COLOMBIA

¿DÓNDE ESTÁ COLOMBIA? • Es un país que se encuentra en el continente... • Sus países vecinos son... • Su capital es... • Otras ciudades importantes son... • La lengua oficial es... • También se habla...

32


COLOMBIA

驴C贸mo viven los COLOMBIANOS?

33


COLOMBIA • ¿Cuál es el principal medio de vida de los colombianos que viven en las zonas rurales y de los indígenas?

• Los problemas más importantes del país son...

• ¿Cuáles son las principales riquezas de Colombia?

• ¿Qué cosas te han llamado más la atención de su cultura?

34


COLOMBIA

cuento “EL GUSANO DIFERENTE” Había una vez en el parque de los Katios, una familia de gusanos diferentes, de los que es difícil encontrar en la selva Chocoana. Éstos eran muy gordos, coloridos, y vivían en lo profundo de la selva, donde sucedía un fenómeno muy especial: no llovía sino dos veces al año. Un día un hombre quiso caminar toda esa hermosa selva y se encontró con un árbol grande y frondoso, que podía haber tenido unos trescientos años; éste llamó su atención, y se dijo a si mismo: - Si lo corto, seguro tendré buena madera y a lo mejor lo venderé a muy buen precio. Entre los gusanos había uno muy inquieto que se subía a todas partes a columpiarse de rama en rama. Cuando el hombre aquel decidió cortar el árbol, el gusano se encontraba en el último copo jugando; ignoraba lo que sucedería con él. El hombre prendió su motosierra y el árbol fue cayendo lentamente, por lo tanto el gusano no se dio ni por enterado de lo que pasaba. Aquel hombre empezó a sacar las ramas cerca de un río. Mientras tanto el gusano colorido iba feliz, gritaba y se reía porque nunca había visto lo que estaba observando. De repente comenzó a mirar por todas partes y se dio cuenta de que estaba solo, y comenzó a llorar, pues ya estaba muy triste porque no tenía con quien compartir su felicidad, y sintió mucho miedo. Como la noche estaba muy oscura, empezó a llover; él no sabía dónde esconderse, pues no estaba acostumbrado a semejante frío. Lo único que lo salvó de aquel terrible aguacero fue una hoja grande; se metió debajo de ella y así pudo sobrevivir. Cuando amaneció se dio cuenta de que por muchas flores que hubiera en aquel lugar, por mucha agua que hubiera en esos hermosos pozos cristalinos,

35


COLOMBIA de nada servía, pues estaba solo, no tenía con quien compartir. En eso sintió los pasos de algo inmenso, tanto que la tierra temblaba y se estremecía; era un inmenso elefante que se acercaba a él. El gusanito comenzó a gritar: - Auxilio, no me mates. Pero sus gritos eran en vano porque el elefante no lo escuchaba. De pronto el elefante fijó su mirada en el suelo y lo vio. Le dijo: - A ver amigo, deja esa cara de tristeza y súbete, que te voy a dar un hermoso paseo. El gusanito como pudo se subió y se acomodó en su larga trompa. Gozaba y disfrutaba al ver cosas que jamás había visto. Como el gusanito estaba tieso de frío por la noche que había pasado, empezó a sentir un calorcito especial. Era que mientras el elefante respiraba por su larga trompa, salía de él un aire caliente, y el gusanito empezó a sentirse muy bien allí, pues no estaba arrastrándose, como estaba acostumbrado a caminar. Como este gusanito era tan travieso empezó a balancearse en la trompa del elefante y notaba que ésta era parecida a él. En ese instante el elefante dio un fuerte estornudo, y el pobre gusano voló lejos. Éste cayó inconsciente, como medio muerto. El elefante, cuando se dio cuenta de lo que había pasado, se puso muy triste porque ya lo estaba empezando a sentir como su amigo, entonces comenzó a buscarlo; levantaba hoja por hoja y al ver que no lo había hallado, se alejó muy triste, pues tenía miedo de matarlo con sus duras pisadas sin darse cuenta. Cuando el gusanito empezó a despertar, se dio cuenta de que estaba rodeado de unos animalitos muy parecidos a él. Abrió los ojos y sonrió, porque por lo menos ya no iba a estar solo en aquella inmensa y desconocida selva.

36


COLOMBIA Los gusanos que se encontró eran pequeños y no podían vivir sin agua. Éstos hicieron una ronda y empezaron a burlarse de él, diciéndole: - Qué feo, qué grande, qué gordo y qué colorido eres. Ja, ja, ja, chillas entre nosotros, no te queremos... Pero él continuaba sonriendo, y gritaba: Por fin encontré a alguien que se parece a mí... Los demás no entendían su felicidad, pues se burlaban de él y era rechazado por ellos. Empezó a caminar dentro de la selva, y después de un largo recorrido se dio cuenta que había un hermoso charco, con el agua cristalina. Como pudo se arrimó, se subió a un palo, y bajó lentamente; luego, sin perder mucho tiempo, se llenó la boca de agua y corrió en busca de sus amigos. Cuando llegó encontró que todos estaban agonizando y ya ni hablaban; con su misma boca empezó a mojar la boca de cada uno de estos gusanitos, y algo especial sucedió: parecía que hubieran resucitado. Cuando todos cogieron un poco de fuerza, el gusanito diferente les dijo: - No tengan miedo, he encontrado agua y los llevaré hasta allí. Como no había tiempo que perder, emprendieron la marcha; pero algunos empezaron a desmayarse. Entonces él los empujaba con su boca y al que estaba muy mal lo montaba encima. Cuando llegaron a aquel lugar tan esperado por todos, el gusanito diferente empezó a tirar uno a uno al charco, y algo increíble sucedía, cada uno empezaba a recuperar su vida. Cuando él vio que su nueva familia se había salvado, los levantaba celebrando este hermoso acontecimiento. Todos jugaban y cantaban y hasta se olvidaron de que eran diferentes. Pero llegó el momento del perdón; era necesario presentarle disculpas a aquel gusanito diferente por el mal comportamiento que habían tenido con él. Sin embargo, él tomó la palabra y dijo: - Hermanos míos, en ningún momento me he sentido ofendido porque yo tenía los oídos cerrados, pero el corazón abierto, y los recibí como mi nueva familia. Entonces todos lo rodearon y le pusieron en su cabeza una hermosa corona, y le dijeron: - Por salvarnos la vida y por ser tan bueno con nosotros, te regalamos estas dos alas para que vayas por el mundo haciendo el bien, alegrando los corazones y enseñando que las diferencias no nos pueden dividir, sino que con ellas debemos aprender a convivir.

37


COLOMBIA

¿

Qué nos dice el cuento ? RESPONDE A LAS SIGUIENTES PREGUNTAS:

• ¿Qué consecuencias tuvo para el gusano que el hombre cortara el árbol?

• ¿Por qué está triste el gusanito al principio del cuento? ¿Qué le hace cambiar su estado de ánimo?

• El gusanito se encuentra con otros gusanos, pero, ¿cómo se comportan estos gusanos con él? ¿Por qué lo hacen?

• ¿Sin qué no podían vivir los gusanos? ¿Qué es lo que les pasa?

• ¿Cómo actúa el gusanito ante el sufrimiento de los demás gusanos? ¿Habrías actuado igual en su situación?

• ¿Cómo acaba el cuento? ¿Qué nos enseña?

38


COLOMBIA

NOS COMPROMETEMOS...

¿Sabías

que...

Proclade Bética ha realizado en Chocó (Colombia) un proyecto de apoyo a pequeñas empresas comunitarias y grupos de mujeres campesinas para que puedan mejorar su calidad de vida gracias al esfuerzo de su trabajo?

39


COLOMBIA

40


HONDURAS

¿DÓNDE ESTÁ HONDURAS? • Es un país que se encuentra en el continente... • Sus países vecinos son... • Su capital es... • Otras ciudades importantes son... • La lengua oficial es... • También se habla...

42


HONDURAS

ツソCテウmo viven los HONDUREテ前S?

43


HONDURAS • La mayoría de la población es...

• ¿Cuál es el principal medio de vida de los hondureños de las zonas de las laderas?

• Los problemas más importantes del país son...

• ¿Cuáles son las principales riquezas de Honduras?

• ¿Qué cosas te han llamado más la atención de su cultura?

44


HONDURAS

cuento “MI MUÑECA Y YO” Había una vez una niña que se llamaba Yazmín. Ella soñaba con tener una muñeca de cabello largo que vio un día en un negocio cuando iba con su mamá. Pero su mamá no se la pudo comprar porque eran pobres. Entonces Yazmín se propuso conseguir el dinero para comprarla ella misma. Con la ayuda de su abuela empezó a ahorrar. La abuela era muy buena y siempre que iba a verla le daba unas monedas, pero eso no era suficiente. La abuela le propuso que si le ayudaba en la casa con unos arreglos, le pagaría dos pesos más. Yazmín se fue a su casa y, descansando en su cama, se puso a pensar qué otro trabajo podía hacer para llegar a tener todo el dinero. Se durmió y soñó con su hermosa muñeca. Al día siguiente se levantó y fue a la escuela. A la hora del recreo pensó cómo podía hacer para tener el dinero. Llegó a su casa y con dos naranjas, agua, azúcar y vasitos de plástico hizo diez pilones de naranja que logró vender muy pronto porque hacía mucho calor ¡Se sentía feliz porque había logrado conseguir el dinero sin molestar a sus queridos papás! Ese día se durmió cansada pensando qué otro trabajo podría hacer para conseguir más dinero. El día siguiente era sábado y no tenía clase. Pensó aprovechar todo el día para conseguir su objetivo. Se levantó temprano y, sin despertar a sus papás, se fue derecha a la casa de la vecina y le preguntó: -¿Puedo barrerle la acera de su casa? Le cobraré sólo cinco pesos. La señora aceptó. Luego se fue donde el otro vecino y le ofreció lavarle el carro por sólo diez pesos. Y aceptó. Animada, se fue donde otro y lavó su carro. Éste le pagó quince pesos, porque lo había hecho muy bien. Estaba feliz, era justo lo que le faltaba para completar el dinero y comprar su hermosa muñeca de pelo largo y ojos oscuros.Regresaba muy contenta a su casa, cuando una señora vecina le dijo:

45


HONDURAS - ¿Quieres ganarte cinco pesos? Yazmín sorprendida le preguntó: - ¿Qué quiere que le haga? - Sácame las bolsas de basura de la cocina-dijo la mujer. Me doblé el pie aquí afuera ¡y no soporto el dolor! Y ya va a pasar el camión de la basura. Lo hizo muy bien y la señora le dio los cinco pesos. La niña se acordó de su abuela que vivía atrás de su casa, y decidió ir a verla, pero al llegar se dio cuenta que no estaba. Cansada decidió volver a casa. - ¡Sorpresa! Al llegar, su abuela y sus papás tenían preparada una fiesta por su cumpleaños. Ella por la prisa de salir a conseguir dinero, había olvidado el día que era. Su mamá tenía en su mano un regalo. Corrió a abrirlo y. ¡qué alegría! Era su regalo deseado: ¡la muñeca! El dinero que ganó se lo dio a su mamá y ésta le dijo que abrirían una cuenta en el Banco para cuando necesitara comprar algo. (Sara Urso Tábora)

46


HONDURAS

¿

Qué nos dice el cuento ? RESPONDE A LAS SIGUIENTES PREGUNTAS:

• ¿Por qué motivo Yazmín no podía tener la muñeca que quería?

• ¿Qué hizo para poder conseguirla?

• ¿Qué diferencias crees que hay entre Yazmín y los niños del Primer Mundo?

• ¿Por qué crees que Yazmín se olvidó de su cumpleaños? ¿Qué mensaje sacas de eso?

• ¿Qué crees que tuvo que hacer la familia de Yazmín para comprarle la muñeca?

47


HONDURAS

NOS COMPROMETEMOS...

¿Sabías

que...

Proclade Bética, realiza proyectos en Honduras para favorecer el desarrollo integral de niñas y niños mediante educación preescolar a través de los jardines de párvulos de la organización Madres maestras?.

48


SENEGAL

¿DÓNDE ESTÁ SENEGAL? • Es un país que se encuentra en el continente... • Sus países vecinos son... • Su capital es... • Otras ciudades importantes son... • La lengua oficial es... • También se habla...

50


SENEGAL

驴C贸mo viven los SENEGALESES?

51


SENEGAL • ¿Cuál es el principal medio de vida de los senegaleses de las zonas rurales? ¿Qué papel tiene la mujer?

• Los problemas más importantes del país son...

• ¿Cuáles son las principales riquezas de Senegal?

• ¿Qué cosas te han llamado más la atención de su cultura?

52


SENEGAL

cuento “LA TELA NEGRA” Érase una vez, una joven que se quedó sin mamá el día de su nacimiento. El parto duró más de una semana. Todas las matronas de los alrededores la habían atendido sin resultado. El primer grito de la niña coincidió con el último suspiro de su madre. El papá hizo a su mujer unos funerales grandiosos, pero el tiempo pasó y se volvió a casar. A partir de ese día comenzó un calvario para la pequeña Aïwa. No había afrentas y privaciones que no sufriera, ni trabajos difíciles que no tuviera que hacer. Ella sonreía siempre. Su sonrisa irritaba a su madrastra, que la agobiaba con chirigotas. La pequeña Aïwa era bonita, la más bella de todo el pueblo. Esto irritaba también a la madrastra, que envidiaba esta belleza resplandeciente y cautivante. Cuanto más la madrastra multiplicaba los aprobios, las humillaciones, los trabajos, las privaciones... más Aïwa sonreía, embellecía, cantaba... Esta pequeña cantaba tan bien que embelesaba a quien la oía. Le reñían porque era muy animosa y se levantaba antes que los gallos y se acostaba cuando los perros ya dormían... La madrastra no sabía verdaderamente qué hacer para vencer a la pequeña. Le buscaba trabajo a todas horas, por la mañana, a mediodía, por la tarde e incluso por la noche.... Sus pensamientos por sus ojos lanzaban rayos feroces, buscaba por todos los medios que la joven perdiera la sonrisa, que no cantara, y sobre todo, frenar su resplandor. Buscó tanto, con tanta paciencia y ardor, que un día saliendo de su choza dijo a la huérfana: - ¡Ten! Ve a lavarme esta tela negra donde quieras, y no vuelvas hasta que no la traigas blanca como el caolín (la leche).

53


SENEGAL Aïwa cogió la tela negra que cayó a sus pies y sonrió. La sonrisa para ella reemplazaba las murmuraciones, las quejas, las lágrimas, los suspiros... Esta sonrisa magnífica que encantaba todo a su alrededor, metía fuego en el corazón de la madrastra. Por fin Aïwa cogió la tela y se fue... Después de haber marchado durante una luna, llegó al borde de un riachuelo. Metió la tela, pero la tela no se mojó... El río llevaba mucha agua y en su lecho había peces y nenúfares. A la orilla los sapos ahuecaban sus voces como para asustar a la huérfana que no había perdido su sonrisa. Aïwa volvió a meter la tela negra en el agua y el agua se negó a mojarla. No tuvo más remedio que coger de nuevo el camino mientras cantaba: -Mamá, si tú me ves por el camino, !Aïwa, ô Aïwa! Por el camino que lleva al río !Aïwa, ô Aïwa! La tela negra tiene que volverse blanca Y el río no quiere mojarla !Aïwa, ô Aïwa! El agua se escapa como el día, el agua se escapa como la felicidad O mamá, mi mamá! Si tú me ves por el camino !Aïwa, ô Aïwa! Ella continuaba su camino. Marchó durante seis lunas más. De pronto, encontró delante de ella un gran baobab -que todo el mundo sabe en África que es un árbol sagrado- que atravesaba el camino, con mucha agua clara y límpida en el tronco y alrededor de él enormes hormigas con pinzas enormes que montaban guardia. Las hormigas conversaban, iban y venían, se cruzaban, se pasaban las consignas, y sobre la rama más alta del baobab, yacía un buitre con unas alas tan grandes que cubrían el sol, alas como relámpagos, con unas garras iguales a poderosas raíces y un pico terrible... En este agua clara y límpida la huérfana metió su tela negra y el agua se negó a mojarla. Y la niña siguió cantando, siempre sonriente, mientras continuaba su camino: -Mamá, si tú me ves por el camino, !Aïwa, ô Aïwa!

54


SENEGAL El camino del manantial que mojara la tela negra !Aïwa, ô Aïwa! La tela negra que el baobab ha negado que se moje !Aïwa, ô Aïwa! Marchó durante tantas lunas y lunas, que seríamos incapaces de contarlas. Marchaba día y noche, sin descansar jamás. Se alimentaba de los frutos y hierbas que encontraba al borde del camino, bebía el agua de la escarcha que encontraba en las hojas. Por fin llegó a un pueblo de chimpancés, y a ellos les contó su aventura. Los chimpancés, después de haberse golpeado el pecho durante mucho tiempo con las dos manos como signo de indignación, la autorizaron a lavar la tela negra en el manantial que había en el pueblo. Pero el agua del manantial no aceptó tampoco el mojar la tela negra. La joven se fue de nuevo. Ahora se encontraba en un lugar verdaderamente extraño. El camino se abría delante de ella y enseguida se cerraba por detrás. Los árboles, los pájaros, los insectos, la tierra, las hojas muertas,

55


SENEGAL las hojas secas, las lianas, los frutos, todo hablaba. Y en este lugar no había ninguna traza humana. La empujaban, la voceaban: - Aïwa! Ella marchaba, marchaba y veía que no se había movido desde que había empezado a caminar... De pronto, como empujada por una fuerza misteriosa, superaba etapas y etapas que le hacían adentrarse en el bosque donde reinaba un silencio angustioso. Delante de ella vio un bananero con una cantidad de agua a sus pies que ensordecía. Se inclinó y sonrió. El agua tembló. Era tan clara este agua que en ella se miraban el cielo, las nubes, los árboles... Aïwa cogió de este agua y la echó sobre la tela negra y la tela se mojó. De rodillas al borde de la fuente, estuvo durante dos lunas lavando la tela negra que siempre estaba negra. Tenía las manos llenas de ampollas, pero ella seguía... -¡Mamá, ven a verme! !Aïwa, ô Aïwa! A verme al borde de la fuente !Aïwa, ô Aïwa! La tela negra será blanca como el caolín !Aïwa, ô Aïwa! Apenas terminó de cantar, su madre le dio la tela blanca como el caolín (la leche). Ella cogió la tela negra y sin decir nada, se fundió en el aire. De pronto, se encontró en su casa. Cuando la madrastra vio la tela blanca, los ojos se le abrieron sorprendidos. Temblaba, esta vez, no de cólera, sino de miedo; acababa de reconocer unas de las telas blancas que pertenecían a la primera mujer de su marido. Pero Aïwa, sonreía. Ella sonreía siempre, y su sonrisa nunca dejó de resplandecer. (Bernard Dadie)

56


SENEGAL

¿

Qué nos dice el cuento ? RESPONDE A LAS SIGUIENTES PREGUNTAS:

• ¿Cuál era la realidad de Aiwa? ¿Cómo vivía?

• ¿Por qué envidiaba la madrastra a Aiwa?

• ¿Cómo se comportaba Aiwa ante la actitud de la madrastra?

• ¿Qué hizo Jadiya con las monedas de oro?

• ¿Cómo actúa Aiwa cuando la tela no se pone blanca? ¿Se desanima?

• Describe la flora y la fauna que aparecen en el cuento.

• ¿Cómo acaba el cuento? ¿Qué nos enseña?

57


SENEGAL

NOS COMPROMETEMOS...

¿Sabías

que...

Proclade Bética realiza en San Isidro de Níjar (Almería) un proyecto de apoyo a inmigrantes, la mayoría senegaleses, para ayudarles en el aprendizaje del español y en su inserción en nuestra sociedad?

58


MARRUECOS

¿DÓNDE ESTÁ MARRUECOS? • Es un país que se encuentra en el continente... • Sus países vecinos son... • Su capital es... • Otras ciudades importantes son... • La lengua oficial es... • También se habla...

60


MARRUECOS

¿Cómo viven los marroquíes?

61


MARRUECOS • ¿Cuál es el principal medio de vida de los marroquíes?

• Los problemas más importantes del país son...

• ¿Cuáles son las principales riquezas de Marruecos?

• ¿Qué cosas te han llamado más la atención de su cultura?

62


MARRUECOS

cuento “SOUDA, LA GATA MÁGICA” Érase una vez una mujer que vivía en la zona montañosa del Rif. Allí tenía un pequeño campo donde cultivaba cereales, hortalizas y verduras que le daban lo necesario para vivir. Jadiya, que así se llamaba la mujer, había sido repudiada por su marido, no tenía hijos, y era muy pobre, por lo que tenía que desplazarse hasta el zoco más próximo para poder vender la poquita tela que elaboraba. La única compañía que tenía Jadiya era la de su gata negra, Souda. Llegaron tiempos difíciles y la economía de Jadiya se hizo cada vez más precaria. Las empresas textiles extranjeras que se habían establecido en la ciudad, le hicieron perder su venta, ya que éstas fabricaban tejidos muy baratos. El comercio en el zoco se resintió, y la pobreza de Jadiya aumentó. Preocupada, oraba hacia la Meca, pidiéndole a Alah que mejorara su situación. Una mañana, mientras hacía la cama, encontró una moneda de oro bajo su almohada. Sorprendida, le agradeció a Alah su generosidad. A la mañana siguiente, Jadiya volvió a encontrarse otra moneda de oro. Y así fue durante un mes entero. Entonces, la mujer empezó a preguntarse de dónde vendría aquel milagro, y le nació la curiosidad de descubrirlo. Decidió que cuando fuera de noche, evitaría abandonarse al sueño y observaría lo que pasaba en su habitación. Al pie de la cama, la gata Souda, que hacía ver que dormía, lentamente se levantó, se estiró, luego saltó y desapareció por la ventana entreabierta. Rápidamente, Jadiya saltó de la cama y se precipitó siguiendo sus pasos. Llegada al borde de un matorral, vio a la gata negra sacudirse y volverse una chica de una gran belleza. La chica fue a sentarse un poco más lejos y sacó de su cinturón un espejo y pintura que aplicó sobre sus ojos, sus mejillas y sus labios. Adornó su frente y sus hombros con joyas y velos transparentes de colores vivos, y pronto su aspecto fue el de una “chikha”, una mujer bailarina de la montaña.

63


MARRUECOS Después de engalanarse, se acercó a las murallas de la ciudad y salió por una de las puertas, seguida de lejos por su ama. Continuó así hasta un lugar desértico donde la esperaban otras “chikhates” vestidas con trajes brillantes. Éstas se agolparon a su alrededor y le pidieron la razón de su retraso. “¡Mi ama no podía conciliar el sueño!”- se defendió ella. Entonces, acompañada por las otras, se fue a cantar y bailar al sonido de los tantanes y las darbukas, delante de un público formado por hombres vestidos con sus trajes de montaña. Por la mañana, entre todas se repartieron las monedas que habían ganado con sus bailes, y cada una volvió a su casa con su moneda de oro. Con la curiosidad satisfecha, Jadiya se fue corriendo de vuelta a casa para llegar antes que Souda. Hasta tuvo tiempo de precipitarse en su cama y de taparse con las sábanas antes de que la gata negra entrara en la habitación saltando por la ventana. Pero no se pudo aguantar, y mientras la gata Souda se acercaba despacio a la almohada, su ama le dijo: “¡Ahora sé que eres mágica y he descubierto cómo ganas la moneda de oro que deslizas cada mañana bajo mi almohada!”. Y así, Jadiya encontró en su gata mágica la ayuda que necesitaba. Nunca pudo imaginarse que fuera un animal la que le salvara la vida. Su generosidad hizo que cada noche Jadiya pudiera soñar con un futuro mejor. Y como Souda traía diariamente suficientes monedas de oro, decidió compartirlas con el resto de personas necesitadas de la montaña. Gracias a este pequeño milagro, la alegría y la prosperidad regresaron a las tierras rifeñas.

64


MARRUECOS

¿

Qué nos dice el cuento ? RESPONDE A LAS SIGUIENTES PREGUNTAS:

• ¿Cuál era la situación de Jadiya? ¿Cómo vivía?

• ¿Qué hizo que Jadiya se empobreciera más?

• ¿Qué comenzó a ocurrir cada noche en la casa de Jadiya mientras ella dormía?

• ¿Qué hizo Jadiya con las monedas de oro?

• ¿Qué nos enseña el cuento?

65


MARRUECOS

NOS COMPROMETEMOS...

¿Sabías

que...

Proclade Bética colabora en un hogar infantil de Tánger (Marruecos) donde se favorece el pleno desarrollo y la educación de niños en situación de riesgo?

66


Índice

Presentación............................................................................................... 2

Bolivia

Dónde está Bolivia...................................................................................... 4 Cómo viven los Bolivianos............................................................................ 5 Cuento “El gigante derribado”..................................................................... 7 Qúe nos dice el cuento “Preguntas”............................................................. 9 Nos comprometemos....................................................................................11

Argentina

Dónde está Argentina................................................................................ 14 Cómo viven los argentinos.......................................................................... 15 Cuento “Mamá se va de viaje”..................................................................... 17 Qué nos dice el cuento “Preguntas”........................................................... 20 Nos comprometemos.................................................................................. 22

Perú

Dónde está Perú...................................................................................... 24 Cómo viven los peruanos........................................................................... 25 Cuento “El árbol de la Quina”.................................................................... 27 Qué nos dice el cuento “Preguntas”........................................................... 29 Nos comprometemos.................................................................................. 30

Colombia

Dónde está Colombia.................................................................................32 Cómo viven los colombianos....................................................................... 33 Cuento “El gusano diferente”..................................................................... 35 Qué nos dice el cuento “Preguntas”........................................................... 38 Nos comprometemos.................................................................................. 39

Honduras

Dónde está Honduras................................................................................ 42 Cómo viven los hondureños........................................................................ 43 Cuento “Mi muñeca y yo”............................................................................45 Qué nos dice el cuento “Preguntas”............................................................47 Nos comprometemos.................................................................................. 48

Senegal

Dónde está Senegal.................................................................................. 50 Cómo viven los senegaleses........................................................................ 51 Cuento “La tela negra”.............................................................................. 53 Qué nos dice el cuento “Preguntas”........................................................... 57 Nos comprometemos.................................................................................. 58

Marruecos

Dónde está Marruecos.............................................................................. 60 Cómo viven los marroquíes......................................................................... 61 Cuento “Sauda, la gata mágica”................................................................. 63 Qué nos dice el cuento “Preguntas”........................................................... 65 Nos comprometemos.................................................................................. 66

67


¿Sabías

que...

Este material que estás utlizando podría llegar a disfrutarlo otro compañero/a, por eso es importante cuidarlo bien. De eta forma, serás respetuoso/a con el medio ambiente y los demás.

NOMBRE DEL COLEGIO:

68

Curso:

Curso:

Nombre del Alumno/a:

Nombre del Alumno/a:

Profesor/a:

Profesor/a:

Curso:

Curso:

Nombre del Alumno/a:

Nombre del Alumno/a:

Profesor/a:

Profesor/a:

Profile for Proclade Betica Proclade

Deja que te cuente mi país. Cartilla Didáctica Alumnado de Primaria  

Proyecto de Educación para el Desarrollo de Proclade Bética dirigido a estudiantes de primaria. Cuentos populares

Deja que te cuente mi país. Cartilla Didáctica Alumnado de Primaria  

Proyecto de Educación para el Desarrollo de Proclade Bética dirigido a estudiantes de primaria. Cuentos populares