La Prensa en 7 Tardes

Page 1



ÍNDICE Decía Paco Ureña… | ARTURO ANDREU

4

Toros y virus: superando una nueva embestida | JAVIER CELDRÁN

5

Tauromaquia: hay futuro | JESÚS FCO. PACHECO MÉNDEZ

6

Como anillo al dedo | ALFONSO AVILÉS

7

Ángel Bernal: “Este año, venía a Murcia una corrida de Victorino y Rafaelillo, estaba en el cartel” | MIGUEL MASSOTTI 8 Victorino Martín: “Las circunstancias no han querido que volvamos a La Condomina, pero esperamos que el año próximo lo podamos hacer con todas las garantías” | ANTONIO JOSÉ CANDEL 10 La tauromaquia murciana en tiempos de pandemia | PACO OJADOS

13

El virus y los Miura | Mª ADELA DÍAZ PARRAGA

16

La fiesta de los toros en Murcia entre septiembre y diciembre de 1918 | MARÍA LUJÁN ORTEGA / TOMÁS GARCÍA MARTÍNEZ

17

20 años sin aroma a Romero | GUILLERMO LORENTE

22

Gallito en Murcia | MANOLO GUILLÉN

24

Luces y sombras en un tapiz centenario (Joselito El Gallo, 1895-1920) | SOREN PEÑALVER

34

Días de radio. 2020, Primer Centenario de la Radio | MIGUEL LÓPEZGUZMÁN

36

Toros y televisión | JOSÉ FRANCISCO BAYONA

39

El toreo, pasión juvenil | ANTONIO PARRA

40

Adiós a Blas Cano Paredes, decano de la crítica taurina regional | MANOLO GUILLÉN 41 La afición cartagenera llora a Ginés Martínez González | MANOLO GUILLÉN 42 Chicuelinas sobre lienzo | RUBÉN JUAN SERNA

43

Puerta Grande en la alternativa fotográfica de Rubén Juan Serna | JUAN ANTONIO DE HERAS 44 LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

EDITA Colegio Oficial de Periodistas de la Región de Murcia y Fundación Asociación de la Prensa de la Región de Murcia Gran Vía Escultor Salzillo, 5 - Murcia 30004 - Tlf. 968.22.51.06 DIRECCIÓN: Juan Antonio De Heras COORDINACIÓN: Miriam Salinas REDACCIÓN: Arturo Andreu, Juan Antonio De Heras, Rubén Juan Serna, Miguel Massotti, Alfonso Avilés, Paco Ojados, Guillermo Lorente, José Francisco Bayona, Manolo Guillén, Soren Peñalver, Tomás García, María Luján, Miguel López Guzmán, María Adela Díaz Párraga y Antonio Parra. FIRMAS INVITADAS: Javier Celdrán, Jesús Pacheco. FOTOGRAFÍAS: Fotografías de los autores, archivo del Colegio Oficial de Periodistas y de la Fundación Asociación de la Prensa, Juanchi López (cedida por el diario La Verdad de Murcia), Tomás Lorente y canales oficiales de comunicación de las ganaderías y empresas reseñadas. IMAGEN DE PORTADA: Pedro Serna DISEÑO Y MAQUETACIÓN: Verabril Comunicación DEPÓSITO LEGAL: MU-1382-2010

COLEGIO DE PERIODISTAS · Presidente de Honor: Juan Antonio De Heras

JUNTA DE GOBIERNO · Decano: Arturo Andreu Andreu · Vicedecanos: José Manuel Serrano, Dámaris Ojeda y Rubén Juan Serna · Secretaría: Julia Uriol · Tesorera: Marta Isabel García · Vocales: Luis Alcázar, Beatriz Correyero, María José Centenero, Julián Mollejo, Carmen Guardia, Miguel Massotti, Carmen María Vicente, Santiago Cabrera, Sandra García y Francisco Javier Moñino.

FUNDACIÓN ASOCIACIÓN DE LA PRENSA

· Presidente: Arturo Andreu · Director: Juan Antonio De Heras

3


Decía Paco Ureña… ARTURO ANDREU Decano del Colegio Oficial de Periodistas de la Región de Murcia y Presidente de la Fundación Asociación de la Prensa

Decía el torero Paco Ureña, en una entrevista que le hizo un diario de tirada nacional el 20 de agosto, que “lo sucedido con el COVID-19 ha sido un baño de realidad y de humildad. Te das cuenta de que somos todos iguales, da lo mismo lo que hayas conseguido, el puesto que ocupes, lo que tengas. Llega algo así y todos estamos en la misma situación: nacemos y morimos”. Las palabras de Ureña impactan de lleno en el corazón de lo que todos vivimos y padecemos en estos tiempos; el mundo del toro también. Si repasamos las secciones taurinas de los periódicos de agosto las encontraremos repletas de noticias acerca de suspensiones de ferias y festejos taurinos que, contra toda lógica, aunque seguro que con toda ilusión, habían sido programados en la idea, imagino, de que las cosas habrían cambiado a la vuelta del verano y de que entonces sería posible celebrarlos sin esas limitaciones de aforo que los hacen no rentables. La cruda realidad, sin embargo, más fuerte que el deseo, se vuelve a imponer, pues la segunda ola de la pandemia avanza imparable mientras escribo, entre otras causas —sería largo hablar de todas ellas— debido a la irresponsabilidad de ciertos sectores de la sociedad. Como dice Paco Ureña, con mucho sentido común, el COVID-19 nos iguala y nos condiciona a todos. En ese ambiente social de sorpresa, perplejidad y miedo ha ido creciendo, como un cáncer imparable, el enfrentamiento ideológico, y con frecuencia sectario, que nos debilita a la hora de afrontar las posibles soluciones a lo urgente de verdad: preservar la salud y la vida de las personas tratando al mismo tiempo de que la economía aguante el tirón dentro de unos límites razonables. Un enfrentamiento que ha llegado también al mundo taurino, en el que ya se producía una cada vez más enconada lucha entre taurinos y antitaurinos, entre malos y buenos, es un decir, o viceversa. 4

«Si repasamos las secciones taurinas de los periódicos de agosto las encontraremos repletas de noticias acerca de suspensiones de ferias y festejos taurinos que, contra toda lógica, aunque seguro que con toda ilusión, habían sido programados en la idea, imagino, de que las cosas habrían cambiado a la vuelta del verano»

El pentacampeón del mundo de Fórmula 1, Lewis Hamilton, ha entrado este verano con fuerza en la polémica calificando de asqueroso el hecho de que en España

se celebren corridas de toros, y ha pedido al Ministerio de Educación que cierre las escuelas taurinas de inmediato. Hamilton se define como amante de los animales, en las últimas semanas se ha unido a la lucha contra el racismo que ha tenido lugar en Los Estados Unidos, y desde 2017 comenzó a seguir una dieta vegana. De libro. Cuando uno lee tales cosas tiene la sensación de que hoy hay que ser radicalmente pro o radicalmente contra la fiesta. O taurino o antitaurino. O blanco o negro, sin matices de tipo alguno. Si no lo eres, unos u otros te crucificarán, o intentarán crucificarte si es que te dejas. Pero la vida es puro matiz, diversidad que confiere belleza a todo lo que nos rodea. Por eso me cuesta entender posiciones como la que ha mantenido Lewis Hamilton, y me cuesta asimismo entender la de esos presuntos protaurinos que, a principios de verano, zarandearon el coche de la ministra de Trabajo llamándola unas cuantas lindezas que ningún beneficio reportan a la fiesta. La palabra cultura en sus bocas suena a sarcasmo. “Los prejuicios son tóxicos”, como escribía Jesús Nicolás Sánchez en el diario La Opinión el 19 de agosto. A pesar de que este año no se vaya a celebrar la Feria taurina de septiembre en Murcia, y mientras esperamos que pase esta pandemia que a todos nos iguala, con el deseo de que aprendamos a ser un poco más tolerante e interioricemos el hecho de que nada es blanco o negro sin matices, el Colegio Oficial de Periodistas de la Región de Murcia y la Fundación Asociación de la Prensa hemos decidido no interrumpir la publicación de una revista como la que tienen en sus manos, que ya es una tradición esperada en estas fechas. En 2020 no habrá corridas de toros en la Feria, pero quedarán para el futuro, además de la esperanza, las historias y los testimonios que aquí ofrecemos.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Toros y virus: superando una nueva embestida JAVIER CELDRÁN Consejero de Presidencia y Hacienda de la CARM

El coronavirus ha traído consigo un escenario de incertidumbre y un tremendo impacto que apenas empezamos a vislumbrar. De los ingentes esfuerzos por contener la extensión de los contagios, a las terribles consecuencias económicas y sociales del confinamiento. De la crisis sanitaria, a la crisis económica y social. Unos daños colaterales que son generalizados. Afectan a empresarios, a comerciantes, a autónomos, a trabajadores en todos los ámbitos. Sin embargo, hay colectivos en los que esta terrible pesadilla, que superaremos sin duda, parece llover sobre mojado. Es el caso de la industria cultural de la tauromaquia, de la fiesta nacional. Para el mundo del toro la Covid-19 se ha tornado una nueva “piedra en el camino”. Una nueva embestida. Un revés más que se añade a la campaña de desprestigio que llevan orquestando y apoyando diferentes grupos que basan su ideología, fundamentalmente, en soslayar libertades y cualquier vestigio de nuestra identidad como país. De nuestro legado más auténtico. Frente a quienes la atacan, me gustaría reafirmar el compromiso del Gobierno de la Región de Murcia en nuestro apoyo sin complejos a la tauromaquia. Y aprovecho para hacer en su nombre una declaración de intenciones, rubricando una afirmación del primer ministro francés, Jean Castex, que señalaba que “Los toros son historia y cultura”. Son historia viva que se reinventa para el futuro. Esa convicción nos llevó a ser la primera comunidad autónoma de España en declarar las corridas de toros como Bien de Interés Cultural inmaterial, y hemos mantenido siempre ese compromiso. Quien no vea que el mundo del toro, con sus necesarios avances y actualizaciones, es un eje potencial de desarrollo turístico,

«Frente a quienes la atacan, me gustaría reafirmar el compromiso del Gobierno de la Región de Murcia en nuestro apoyo sin complejos a la tauromaquia. Los toros son historia viva que se reinventa para el futuro.»

cultural y económico para nuestro país, una valor endógeno y propio sobre el que crear más valor, incluso aún no siendo taurino, es que acusa uno de los peores males, otro “virus”, el de la intransigencia. Porque por donde se mire, la tauromaquia es una oportunidad clara de aportar valor, un acti-

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

vo cultural al servicio de nuestro progreso económico y social. Son varios los retos que la fiesta de los toros tiene por delante para sobrevivir al asedio. Por un lado, es fundamental dar la batalla de las ideas, no amilanarse ante las inadmisibles ofensivas que, la mayoría de veces, carecen de argumentos y son meramente un instrumento para atacar algo mucho más importante: una parte de nuestra historia y un argumento para la unión del país en una seña identitaria. La palabra “taurino” tiene que dejar de ser una acusación. El sector debe defenderse y estar orgulloso de sí mismo, de su tradición y de su papel histórico. Por eso es fundamental consolidar una corriente de opinión favorable. Conseguir alzar la voz para romper ese “argumento ad hominem”- enemigo de la libertad y amigo de las prohibicionese incrementar la conexión con las nuevas generaciones. Por otro lado, superar la embestida de las consecuencias del coronavirus requiere de ayuda. Hay que facilitar el acceso en igualdad de condiciones a todas aquellas líneas que se están poniendo en marcha para apoyar la cultura nacional y a quienes trabajan en ella. Porque la tauromaquia pertenece a nuestro acervo cultural, y todas las profesiones que dependen de ella deben contar con los recursos necesarios para soportar esta “travesía en el desierto” el tiempo que dure. Que estas líneas sean también un respaldo explícito a matadores, banderilleros, rejoneadores, picadores, corraleros, clarines, alguacilillos, monosabios, mulilleros, areneros,... La gran familia del toreo, que debe estar ahora más unida que nunca. Ese es el camino. Y el mundo del toro murciano debe saber que el gobierno de Fernando López Miras estará firmemente a su lado para apoyarle a recorrerlo. 5


Tauromaquia: hay futuro JESÚS FCO. PACHECO MÉNDEZ Teniente Alcalde y Concejal de Cultura y Recuperación del Patrimonio del Ayuntamiento de Murcia

Hablar de la fiesta de los toros y de Murcia es, irremediablemente, hablar de historia. Los primeros testimonios ilustrados se remontan al siglo XIII, cuando en las propias Cantigas del rey Alfonso X ‘El Sabio’ podemos encontrar referencias gráficas a la lidia. Aquellos primeros festejos, de marcado carácter popular y en los que la improvisación era la nota dominante, fueron evolucionando hasta convertirse en una manifestación cultural de primer orden. Es conveniente recordar que así está reconocida la tauromaquia en la Región de Murcia, desde que en 2011 se declarara Bien de Interés Cultural Inmaterial, contando para ello con el visto bueno de la Real Academia de Bellas Artes de Santa María de la Arrixaca. Esta disciplina nos vincula con nuestros antepasados y con nuestras raíces a través de un ritual bien definido, arraigado en la tradición y que, pese a los vaivenes a los que se ha visto sometida a lo largo del tiempo, siempre ha sabido renovarse sin perder su esencia. No son pocos quienes, en distintos momentos, han augurado el fin de esta fiesta, resultando evidente lo equivocado de sus pronósticos. Con todo, el toreo no está al margen de lo que ocurre en el resto del ámbito cultural y, como la mayoría de sectores, se ha visto fuertemente golpeado por la pandemia que estamos sufriendo. Son muchas las dificultades que históricamente ha afrontado el toreo en España y no puede permitirse que estas duras circunstancias que afrontamos sean la justificación para dejar en la estacada a este sector. Las estimaciones más recientes cifran en 200.000 las personas vinculadas profesionalmente a la tauromaquia, generando más de 3.500 millones de euros anualmente. A nadie escapa lo delicado 6

«Esta disciplina nos vincula con nuestros antepasados y con nuestras raíces a través de un ritual bien definido, arraigado en la tradición y que, pese a los vaivenes a los que se ha visto sometida a lo largo del tiempo, siempre ha sabido renovarse sin perder su esencia»

de la situación actual y el efecto que el imprescindible cumplimiento de las nuevas medidas de salud pública tiene para esta fiesta. Así las cosas, ¿qué futuro le espera a la tauromaquia? Pese a los problemas que puede afrontar, estoy convencido de que la cooperación entre las esferas privada y pública es fundamental para garantizar la supervivencia del sector, un sector que como en otras etapas seguramente tendrá que reflexionar, adaptarse y evolucionar, para lo cual hay que alejarse de cualquier posición sectaria que quiera instrumentalizar la fiesta de los toros y ceñirse a lo que son: un elemento indiscutible de nuestro patrimonio cultural intangible. Y, además, como cualquier arte, debe dejarse al público que sea quien juzgue su evolución. En 2019, cerca de 5 millones de personas acudieron a algún festejo taurino mayor, entre los que se incluyen las corridas de toros, las novilladas y el rejoneo. Estas cifras sitúan a los toros sólo por debajo del fútbol en asistencia de público en vivo. Por tanto, queda fuera de toda discusión, el apoyo popular y la salud de la que goza el sector por parte del público cuando a este se le deja elegir en condiciones de libertad. Nuestra tradición, nuestra cultura y nuestra historia no se pueden comprender en toda su dimensión sin la tauromaquia, y así lo entiende buena parte de la ciudadanía. El toreo es, además, pura pasión, disciplina y rito, cualidades que se extienden a las personas que lo hacen posible. Por eso también, por su carácter perseverante, por su dedicación incansable y por su compromiso, no ya con una profesión, sino con el arte mismo, la tauromaquia se sobrepondrá a estas turbulencias y, estoy seguro, volverá a hacer vibrar a sus aficionados. LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Como anillo al dedo ALFONSO AVILÉS Presidente del Club Taurino de Murcia

Vivimos tiempos insólitos en los que hasta las referencias más simples se desdibujan y nos desorientan. A veces tristes, a veces esperanzados, a veces eufóricos, a veces todo al mismo tiempo. Yo debería estar ahora escribiendo sobre la próxima feria taurina de Murcia, casi de oficio, hablando de éste o aquél torero, de éste o aquél cartel…. En fin, de esas cosas que escribimos los aficionados a la tauromaquia cuando septiembre está a punto de llegar. Hoy he pensado un buen rato en qué cosas ocupaban mi cabeza y no es, claro, ninguna de las citadas. Estoy cansado, seguramente ustedes también, y mucho. Este año tendremos que pasar de largo de nuestra feria. Estoy preocupado pero no voy a dejar que las incertidumbres sean un lastre. A veces me cuesta apartar el fastidio de las muchas cosas a las que estamos renunciando. Y entonces, procuro encontrar otras de las que alimentarme. Pero lo cierto es que por culpa del Covid y de las decisiones de nuestro actual gobierno social comunista, nos hemos quedado sin temporada taurina. La pandemia les ha venido como anillo

«Estoy cansado, seguramente ustedes también, y mucho. Este año tendremos que pasar de largo de nuestra feria. Estoy preocupado pero no voy a dejar que las incertidumbres sean un lastre» al dedo para ahondar en la herida abierta de la tauromaquia y hasta de poco o nada vale que esté declarada Patrimonio Cultural Inmaterial del Estado. La crisis y sus consecuencias han “puesto a huevo” a estos señores negar el pan y la sal a los aficionados. No dejaremos a nadie atrás, dice el Gobierno social comunista, pero el Ministerio de Trabajo no reconoce al torero como artista, a pesar de estar adscrito al Ministerio de Cultura. No dejaremos a nadie

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

atrás, dice el Gobierno social comunista, pero Cultura no contempla ayudas a la industria del toro. No dejaremos a nadie atrás, dice el Gobierno social comunista, pero para asistir a una corrida de toros hay que pasar por un aforo limitado y por una distancia física superior a cualquier otra actividad lúdica. No dejaremos a nadie atrás, dice el Gobierno social comunista, pero sus ministros podemitas rezuman odio hacia la tauromaquia. No dejaremos a nadie atrás, dice el Gobierno social comunista, pero destrozan el alma de quien siente a los más de quince mil fallecidos que ocultan. Hoy el Presidente Sánchez, experto en acuñar eslogans, hace un llamamiento a la empatía, pero su gobierno y su partido -con algunas honrosas excepciones- carecen de ella cuando se habla del mundo del toro. Estoy decepcionado. Procuraré recordarlo cada vez que dude de si mi voto sirve para algo. Pero durante estos meses me he reafirmado en mi derecho irrenunciable a saber, a pedir explicaciones y a ser tratado con la misma transparencia y respeto que esos otros que no comparten mi afición. 7


Ángel Bernal: “Este año, venía a Murcia una corrida de Victorino y Rafaelillo, estaba en el cartel” MIGUEL MASSOTTI

Se muestra cauto, como siempre ha he- ro y calidad de festejos. La Feria comenzacho. Le viene de cuna, pero Ángel Bernal ría el domingo, lunes y martes de Romería Manzanera aprendió de su gran maestro con tres corridas de toros que tenía resePepe Barceló a ser prudente, pero ingenio- ñadas: Juan Pedro Domecq, Daniel Ruiz, so. Barceló fue de las pocas personas que que las trae muy bien presentadas siempre en el mundo del toro, tuvieron las cosas que viene, y una de Nuñez del Cuvillo, que claras. Su única debilidad, fue enamorar- me tenía muy ilusionado. Fui en Navidad se del toreo que un espigado murciano, a su finca y como el ganadero estaba por Manuel Cascales Hilla, podía hacer por la Gracia de Dios. Por lo demás, Barceló fue un empresario impecable, que enseñó en un rasgo de fidelidad y bonhomía, tras su sociedad con Ángel Bernal Romero, a enseñar a su hijo -“Angelito” en aquellos tiempos-, todos los secretos de los despachos taurinos. Aquel “Angelito”( estudiante en Granada de farmacia por vocación familiar materna), cuando su padre fallecía inesperadamente, es hoy un “lince ibérico” en peligro de extinción. Empresario independiente y accionista mayoritario de una de las plazas monumentales del orbe taurino, La Condomina. A la que llamaba Leopoldo Ayuso “La Novia Blanca” y Ernest Hemingway, dijo que su callejón, más que callejón, debería llamarse “Avenida de los Toreros”. En tiempos de lobos, tiburones y virus malditos, BerÁngel Bernal, durante una rueda de prensa. nal se maneja con buena capacidad de maniobra y sin problemas de flotabilidad. la labor, me dejó elegir sobre casi toda su Sirva el símil marinero, porque nos en- camada. Reconozco que le “floreé” la gacontramos con él, frente al Mediterráneo nadería y elegí ocho o nueve toros, de lo y en el comienzo de agosto. Quede pues mejorcito. Me prometió respetármelos y patente, que tanto entrevistado como en- en febrero, cuando volví a visitarlos, estatrevistador, acordamos que cualquier afir- ban de dulce. Entre los ganaderos, venir a mación nuestra, puede variar ciento por Murcia, sigue siendo atractivo por la plaza cien, por las evoluciones de la pandemia, la y por el público. sociedad o la providencia. Y por la Empresa que respeta los com¿Qué Feria había diseñado para 2020? promisos y emolumentos pactados… Este año, quería subir un grado en númeEl caso es, que esa corrida “floreada”, se 8

queda en el campo y el año que viene con cinco años, veremos que pasa con ella. Volvamos a la Feria 2020, la “desbaratada”: Tres corridas de toros en la primera parte. Y una de Victorino el sábado siguiente, con Rafaelillo tirando del cartel y muy bien arropado. Los mejores que matan estos toros, quería que estuvieran con él. Hablé con su nuevo apoderado y queríamos que Rafaelillo tuviera el sitio que se merece en su Feria. ¿Olvidadas las diferencias de otros años? Con su anterior apoderado francés, es cierto que hubo falta de sintonía, pero eso pasó, afortunadamente. Ahora falta, que nos deje la situación volver a trabajar todos. Y el remate de la Feria, venía con la tradicional corrida de rejones, en la que tenía ya media hecha la contratación de Lea Vicens, que el año pasado no pudo venir por su mano a mano en Nimes con Pablo Hermoso, al que llevo varios años sin poder traer, por coincidir la Feria de Logroño, que la montan sus apoderados. ¿Y la novillada?. No me diga que dejaba fuera a los

novilleros. La tenía sin definir. Tengo claro que un festejo sin caballos para las Escuelas Taurinas, sí que íbamos a dar. Pero meterme en más gastos con una novillada con picadores, no lo tenía muy claro, sin un novillero murciano que me diga algo. A mí y al público. Necesitamos de esa figura emergente y que en la actualidad, por todas las circunstancias, no es posible que despierte la expectación deseada. Si no hay un murciano prometedor en el escalafón, la

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


novillada con picadores, tiene mal futuro. AFORO La Condomina sigue siendo mimada por usted. Pero perdiendo aforo con el paso del tiempo. De llegar a vender 20.000 entradas en tiempos muy pretéritos, ¿a cuánto nos hemos quedado? Con las butacas ya perdimos más de dos mil. Ahora con la última reforma, para adaptarnos a la nueva normativa de seguridad en locales públicos, hemos vuelto a perder cerca de dos mil más… En resumen, nos hemos quedado en 12.250 aproximadamente. Pero eso no es lo peor. ¿Hay peores noticias? Claro. Con la pandemia, en la Región de Murcia, estamos limitados los espectáculos públicos (y los toros, lo son), a 800 espectadores como máximo. Se habló del 50% del aforo, pero en la letra pequeña, venía la gran zancadilla. 800 espectadores no pueden pagar un espectáculo taurino. Piensa, que en plaza de Tercera categoría como Abarán, mis gastos de seguros sociales y en general, ascienden a 40.000 €, sin contar toros ni toreros… 40.000 dividido entre 800 = 50 € por cabeza… ¡sin toros, ni toreros!. ¿a cómo habría que poner la entrada? Pero la Plaza, tiene otros usos Sí. Este año, tenía 23 conciertos contratados en firme. Y algunos de ellos de primera fila. Pero todo se ha ido al traste. ¿Todo?, no. Queda el “Murcia On”, un invento original que tiene tan buena acogida, que ya se lo están copiando a Ibolele en Algeciras y pronto en otras plazas. Se trata de conciertos más cercanos y menos multitudinarios (800 espectadores máximo). Instalan unos palcos de diez plazas, muy agradables y el ruedo se cubre con césped artificial y se ponen mesas. No hay barra para el público.

en el camino, empecé a poner las barbas a remojar. En esos momentos, creíamos que agosto despertaría y la temporada se podría recomponer. Pero que va. Todo fue a peor. Y cuando el Ayuntamiento de Murcia, anunció que suspendía todos los actos de la Feria de Septiembre, me dije: “Te están dejando solo y con el toro pa ti. ¡puerta!.”Y me sumé a la suspensión. No es lógico que haya festejos taurinos y no haya Feria en Murcia. Tampoco vi claro nunca, lo de aplazar y celebrar Fallas en octubre o cosas así que se ha hablado. Dije de suspender Murcia y a la semana siguiente, Albacete se puso en la misma acera, suspendida. Y todo lo que ha venido

Y en vez de mirar al retrovisor, miremos el porvenir ¿le gustaría llevar la Plaza de Lorca? Huy, eso me encantaría. Estuve cinco años estupendos allí. Incluido el centenario de Sutullena. Ese día trajimos una corrida de Miura, a la que no me pude quedar porque coincidía con Abarán. Se quedó Pepe Barceló e hicimos desdoblamiento. Pero sí, Lorca es una gran plaza y su reinauguración, debe ser un acontecimiento. ¿Y apoderar a algún torero? Eso debe ir acompañado de ilusión. Cuando he llevado a alguien, tenía ilusión y un proyecto. Ofrecimientos, he tenido muchos. Pero que me ilusionaran, los justos. Sí que me gustaría, lo reconozco.

Los espectáculos de “Murcia On” han tenido una buena acogida.

¿Y la Feria 2021? Eso quisiera yo saber. En 2008, llegué a programar ocho corridas de toros, dos novilladas con caballos, dos sin caballos y la de rejones. Este año, quería subir a cuatro corridas, después de tres o cuatro años, sin que me salieran los números y empezando a recuperarnos. Un año en blanco, lo pasamos y ya está; pero dos años, puede ser muy duro para empresarios independientes. Pero más duro para ganaderos y para subalternos. A ver como aguantan, cada uno en su campo.

Por cierto, nombra su figura de Empresario independiente. ¿Es posible convivir con los grandes trusts empresariales, que llevan al festejo toros, toreros, plazas…? He llegado a plantearme la rendición o la salida airosa de asociarme o ceder la gerencia de la plaza. Eso fue en los años malos, en los que no veía la luz. Pero hoy en día, me encuentro Durante la Gripe Española de 1918 los aficionados acudían con mascarilla. muy a gusto e ilusionado con mi trabajo.

Lo del césped artificial, le da un aspecto al ruedo, menos inhóspito Y los cantantes, lo agradecen. Porque se mueve menos polvo y eso les beneficia en la garganta. Esa idea de Ibolele, también se está exportando y empiezan a ponerlo los artistas en sus contratos, cuando actúan en plazas de toros. ¿Cuándo vió peligrar la Feria? Cuando Castellón y Valencia se quedaron

después. ¿Qué piensa que hubiera hecho Barceló, en esta situación? Dificil de imaginar, porque Pepe Barceló era un hombre sabio y con recursos. Acuérdate de la Gripe Española y esas fotos de 1917, con tendidos ocupados por aficionados con mascarilla, que se han recuperado en estos tiempos. No sé.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

Pues no se hable más. Nos despedimos, mirando de nuevo al Mediterráneo. Este año, tendremos menos prisa en volver de la playa, porque no hay Feria. ¡maldita sea mi suerte!. A cambio, podremos disfrutar del septiembre de nuestra costa, que es muy agradable (según me cuentan, porque es la primera vez que me puedo quedar). Ojalá que en 2021, me tenga que volver a los toros… Como decía Ruiz Miguel “Ajolá”.9


Victorino Martín: “Las circunstancias no han querido que volvamos a La Condomina, pero esperamos que el año próximo lo podamos hacer con todas las garantías” ANTONIO JOSÉ CANDEL

Podría ser perfectamente nuestro ‘hombre tranquilo’. El John Wayne de la tauromaquia. Su serenidad, templanza y seguridad durante nuestro diálogo te llegan a convencer de que a lo largo del intrincado camino de esta era (post) COVID aguarda algo bueno para el futuro del mundo del toro. Lejos de estas líneas, desde luego, cuesta creerlo. Victorino Martín (Madrid, 1961) y la Fundación del Toro de Lidia siguen auVictorino Martín García. nando esfuerzos para alcanzar el merecido entendimiento que permita a un sector enérgicamente perseguido superar el fantasma de la hipocresía política de unos y otros. «El sector taurino, primero por La tauromaquia en España, que duda cabe, tiene en algunos partidos políticos su estacionalidad, y segundo del espectro de la izquierda –dominantes por ser un gran espectáculo de hoy en día de prensa y redes sociales con la masas, es uno de los que más ha mentalidad de un censor de mente estreafectado esta pandemia» cha– a su enemigo al que contraatacar esa disposición que les hace capaces de marcar con letra escarlata mensajes repletos de furia dictatorial. Victorino, en el año de su frustrado regreso a La Condomina, atiende a ‘La Pren- día ocurrir o un contagio o, como en estos momentos, un rebrote. ¡Es la realidad que sa en 7 Tardes’. nos toca vivir! Hay que mirar hacia delante; Antes de nada, Victorino: ¿cómo han tenemos que arrimar todos el hombro con vivido estos meses de incertidumbre por responsabilidad y, sobre todo, intentando solventar esta dramática situación lo ancasa? En el campo. Aislados. Tenemos dos tes posible. personas de riesgo en la familia, así que No está siendo un verano intenso reshemos estado muy aislados en el campo. Trabajando mucho y siguiendo el ritmo pecto a la actividad taurina, pero al conde siempre, aunque una poquito más de trario de lo que desearíamos, sí lo está intensidad. También con mucha preocu- siendo a nivel de la Fundación Toro de pación porque en cualquier momento po- Lidia. Y digo que al contrario de lo que de10

searíamos porque esto es síntoma de que el sector taurino ha sido uno de los más perjudicados por el COVID-19 y el que menos recursos ha manejado de cara a una revitalización post COVID. Hay muchos sectores, y por eso no hay que ser llorón, muy afectados por la crisis como es el del turismo. Es cierto que hay otros que han salido beneficiados, está claro. Pero el sector taurino, primero por su estacionalidad, y segundo por ser un gran espectáculo de masas, es uno de los que más ha afectado esta pandemia. Debemos de ponernos en situación, y es que nuestra hibernación dura ya desde prácticamente el mes de octubre. Por este motivo, es un sector de los más afectados. Y luego, hay que ser realistas, tenemos que batallar con esa mano negra capitaneada por algunos partidos políticos tan sectarios que quieren abolir el mundo del toro. Es muy triste, porque no se dan cuenta de que se están pegando un tiro en el pie. El mundo del toro, aparte de todo lo que representa desde el punto de vista cultural, medioambiental, etc… es un motor económico brutal, y en estos momentos lo que hay que hacer es apoyar a estos motores económicos. Alrededor de un espectáculo taurino, gira y se mueve la economía del lugar. Trabajan los taxistas, los bares y restaurantes, los hoteles, comercios… Creo que hay que dejar de ser sectarios. Es momento de gobernar para todos los españoles, independientemente de que te gusten o no te gusten sus ideologías o actividades, porque al final lo que estás perjudicando es al conjunto de la socidad.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Al margen de tantas y tan preocupantes pérdidas económicas, que las hay y muy importantes, ¿corremos el riesgo de que la tauromaquia pueda desaparecer de pequeñas zonas rurales en las que el oportunismo político pueda asentar precedentes para no celebrar más espectáculos taurinos? Que quede claro que el sector taurino tiene que hacer los deberes, ¿vale? El mundo del toro ha vivido del éxito, de su inercia. Es momento, en estos tiempos de incertidumbre, de pensar, reaccionar y mejorar todo lo que se pueda. Creo que estamos trabajando bien en ese objetivo desde la Fundación, intentando revitalizar esas plazas de tercera y cuarta categoría, donde los espectáculos son casi inviables por su coste de producción para hacer viables esos festejos y de este modo hacer prevalecer la cultura taurina en todos los rincones de España.

nos la anulaban el día anterior. Sin embargo, la actitud del Ministerio de Cultura ha sido positiva. De hecho, ha estado en contacto directo con nosotros. He podido hablar hasta en tres ocasiones con el ministro Uribes. Creo que tampoco hay precedentes en los que un ministro de Cultura haya estado tan abierto al mundo del toro. Esperemos que ahora todas esas reivindicaciones se materialicen porque hasta ahora solo ha habido buenas palabras.

¿Cómo han sido las negociaciones entre el sector taurino y el Ministerio de Cultura o, lo que es lo mismo, con el Gobierno de España? Se habló de todo en general, pero sobre todo perseguimos el poder alcanzar las justas ayudas para los profesionales. Se publicó un Real Decreto muy amplio para evitar los sectarismos, pero ni por esas hemos sido capaces de evitar la marginación. Tenemos una ministra de Trabajo que no nos ha querido ni recibir. Se lo hemos pedido por tres vías diferentes y cuando ya teníamos una cita con el director del SEPE,

«El mundo del toro, aparte de todo lo que representa desde el punto de vista cultural, medioambiental, etc… es un motor económico brutal, y en estos momentos lo que hay que hacer es apoyar a estos motores económicos»

Victorino Martín, como heredero de uno de los hierros antológicos de la cabaña brava, no ha pasado desapercibido ante esta crisis que ha azotado con especial

virulencia a los hombres del campo. A los alquimistas de la bravura. Una situación límite que llevará irremediablemente a la desaparición de algunas ganaderías de bravo. El campo, es una evidencia, es muy esclavo. Hay que trabajarlo todos los días y seguir a pleno rendimiento a pesar de este contundente parón. ¿Cómo ha lidiado con toda esta incertidumbre desde su perfil como ganadero? Todo el sector ha quedado muy perjudicado, pero tenemos que acordarnos de las familias de banderilleros, que son familias humildes y prácticamente no tienen ingresos. En el plano ganadero, es cierto que no solamente no tenemos ingresos, sino que tenemos que seguir manteniendo al ganado y también a nuestros empleados. Dirigir una empresa que tiene gastos innumerables, pero no ingresos deja momentos de gran tensión y dudas, ¡A ver quién aguanta este ritmo un año, como nos va a pasar a nosotros prácticamente! De todas formas, fíjate si la situación es tan dramática, que se calcula que se van a matar entre el 30% y el 50% de reproductoras, es decir, la cabaña de bravos se va a reducir en un 50%. Hoy he hablado con un ganadero amigo y me ha dicho que quita la ganadería de bravo, una ganadería que hasta ahora se había defendido, aunque no sin problemas. La verdad es que todo el campo es problemático y la ganadería de bravo también. Encontrar una rentabilidad es difícil y este año ha sido la puntilla, por lo que va a haber

Uno de los toros de Victorino Martín. LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

11


muchas ganaderías o que reducirán su número de reproductoras o que directamente desaparecerán. Se ha hablado desde distintas esferas de la posibilidad de lidiar toros con seis años. ¿Sería viable esta solución de urgencia? Creo que en corrida de toros no da lugar, porque va a haber un exceso de toros importante y el que se haya pasado de edad, mala suerte. Y te hablo con esta claridad mientras nosotros tenemos prácticamente tres corridas de cinqueños. ¡Pero bueno, esto es así! Para este año y el que viene hay una sobreoferta de toros y el que se haya pasado de edad, no va a poder lidiar a

taurina, incluida la de la Región de Murcia. El mayor de esos atractivos, sin duda, era el regreso del mítico hierro de Victorino Martín al coso a La Condomina 19 años después.

«Tenemos una ministra de Trabajo que no nos ha querido ni recibir»

¡Estábamos encantados! La verdad es que habíamos lidiado últimamente por la provincia corridas con tardes muy importantes, con varios indultos – como el toro de Calasparra, el toro de Cieza… – y con importantes tardes de triunfos. Estábamos encantados de volver a la capital, a La Condomina. Las circunstancias no lo han querido, así que esperemos que el año que viene podamos volver con todas las garantías. ¿Qué recuerda de aquella última cita en el coso de La Condomina un 13 de septiembre de 2001? Hubo cosas interesantes. No fue la gran corrida que solemos lidiar, pero la verdad

Durante la pandemia las ganaderías deben seguir manteniendo al ganado y también a sus empleados.

esos animales. Sin embargo, lo que sí que me parece apropiado es que esos toros se puedan recuperar para el festejo popular, porque de hecho, hay festejos populares que no tienen límite de edad. Esto es algo que habría que regularizar, es decir, reglamentar en una ordenanza nacional, quizás con pequeñas variantes. El que se permita lidiar animales mayores de seis años en festejos populares, me parece bien. En corridas de toros creo que no es necesario. Sería necesario si hubiese una escasez de toros, pero por desgracia van a sobrar por la escasez de espectáculos. Al contrario de lo que venía siendo habitual, Toros Sureste, empresa regentada por Ángel Bernal, adelantó a principio de año algunas de sus claves de cara a la feria taurina de Murcia 2020. Como saben, lo demás es historia: una pandemia mundial que ha arrasado con toda la programación 12

es que nuestro balance en Murcia ha sido muy bueno, incluso con un rabo que paseó Pepín Liria. No ha sido una plaza donde nos hayamos prodigado mucho, pero sí ha sido una plaza donde han ocurrido cosas importantes con los toros de casa.

«Encontrar una rentabilidad es difícil y este año ha sido la puntilla, por lo que va a haber muchas ganaderías o que reducirán su número de reproductoras o que directamente desaparecerán»

Este año, el empresario Ángel Bernal anunciaba un plan de revitalización para la Feria Taurina de Murcia, y para ello –como máximo atractivo– Victorino Martín entre el elenco ganadero 19 años después.

Victorino Martín celebra en Calasparra el 50 aniversario de su ganadería y lo hizo, además, con el indulto del toro ‘Plebeyo’. En esa ocasión salió a hombros junto a Curro Díaz. La primera plaza donde lidió mi padre a su nombre la ganadería fue en Calasparra, el 29 de septiembre de 1966. Y en el año 2016 celebramos el 50 aniversario. Fue una tarde muy bonita y emotiva. Se estrenó un pasodoble que llevaba nuestro nombre ‘Victorino Martin’; hubo un montón de reconocimientos con la apertura de azulejos en el patio de cuadrillas, y luego, se culminó con la guinda del indulto de Curro Díaz con el toro ‘Plebeyo’. Fue una tarde inolvidable.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


La tauromaquia murciana en tiempos de pandemia PACO OJADOS

Las restricciones sanitarias, las limitaciones de aforo y la suspensión de las ferias y fiestas dejan a la afición ayuna de toros y a los profesionales en una situación complicada en lo artístico y muy preocupante en lo económico. Que la temporada taurina 2020 está perdida es una realidad tan obvia como que la vida ha cambiado para todos desde marzo hasta la fecha y que desconocemos por cuanto tiempo, a la espera de una vacuna que aplaque este nuevo coronavirus aparecido en China el pasado mes de diciembre y que ha puesto al mundo patas arriba, como si de un estoconazo hasta las cintas en el mismo hoyo de las agujas se tratase. Las consecuencias reales que dejará esta pandemia no las conocemos todavía, pero es fácil presagiar que la economía mundial, y por ende la española, se resentirá sensiblemente y la recuperación será

lenta, sin obviar lo más importante, la cantidad de vidas que se habrán perdido por el camino mientras no salgan por el toril de los laboratorios medicamentos eficaces para contrarrestar los efectos de la Covid 19, una alimaña que todavía hoy no hay maestro que lidie con solvencia. Pero, ¿cómo se traduce esta extraña situación en el planeta de los toros?. Sería necesaria una larga reflexión y una visión a largo plazo para responder la cuestión. Lo que sí podemos valorar la temporada de 2020, una vez desarrollados los acontecimientos derivados de la pandemia –confinamiento incluido-, como una temporada

perdida por el coronavirus. Solo unas pocas ferias se han salvado de la suspensión en España (Mérida, Huelva y poco más), con la celebración de algunas corridas y festejos menores salpicados por la geografía nacional, especialmente en Andalucía y Extremadura –las Comunidades Autónomas cuya normativa de restricciones ha sido más lasa-. En nuestra Comunidad el terreno es absolutamente árido en lo taurino, y ni siquiera se han podido salvar las dos clases prácticas previstas en la plaza de Yecla este mes de septiembre, suspendidas por el ayuntamiento a los pocos días de ser anunciadas debido a los rebrotes de

El diestro murciano Paco Ureña, al natural (foto: Espectáculos Marisma). LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

13


final del verano. El coronavirus ha cambiado el modo de relacionarnos y el ocio. Después del confinamiento que comenzó en marzo, con la mal llamada “nueva normalidad”, que impera desde junio, comenzó a plantearse la apertura de las plazas de toros. Una primera corrida en Ávila y otra el 6 de agosto de gran repercusión en El Puerto de Santa María, además de las colombinas de Huelva a primeros del mes más veraniego, daban motivos para la esperanza. Sin embargo, la normativa de la mayoría de las Comunidades Autónomas y los rebrotes del verano, con la adopción de medidas cada vez más limitantes y suspensiones surrealistas de festejos ya anunciados (véase lo ocurrido en Alcalá de Henares) han terminado por frustrar muchos festejos.

Cieza no abrió su Deseada para la corrida del día de San Bartolomé. Y así, muchos pueblos, en los que el toro es protagonistas en sus fiestas, bien en festejos reglados o populares. El mes de septiembre resulta desolador. A la feria capitalina se une la supresión de la feria del Arroz de Calasparra, en sintonía con las demás ferias de novilladas que compiten con la nuestra por el título de mejor feria de novilladas de España. El moderno coso de la Era de Abarán tampoco abrirá, dejando a los aficionados huérfanos de figuras del toreo el 27 de septiembre, y respecto a Cehegín, el confinamiento ya fulminó la corrida de primavera, con un cartel potente, y la corrida de la Virgen de las Maravillas ni se ha planteado. Con este panorama nuestros toreros han tenido pocas oportunidades de vestir el chispeante. En la mayoría de casos ninguna. El ejemplo de que la temporada

de organizar quince corridas de toros en septiembre cuaja- pueden ser los paseíllos que haga Paco Ureña este año. Entre medias, la relación de apoderamiento con José María Garzón quedó hecha pedazos cuando el empresario sevillano no contó con el lorquino para la corrida de El Puerto, y los sueños de una casa nueva quedarán para más adelante. Otro de los nuestros, Rafaelillo, pasará la temporada en blanco. El diestro, que vive con secuelas de la gravísima cogida sufrida el 14 de julio del año pasado en Pamplona, no pudo reaparecer en la feria de Pascua de Arles debido a la pandemia. Ha tenido algún ofrecimiento para actuar en algún festejo, pero el regreso a los ruedos de Rafaelillo debe tener para el diestro murciano un sentido especial, por lo que hasta 2021 el bravo torero del Barrio del Normativa estricta Carmen no volverá a actuar en público. Su La Región de Murcia ya reaparición debe tener puso negro sobre blanco enjundia. en el desarrollo normativo Caso singular es el de del RD Ley 21/2020, de 9 Emilio Serna. El matador de junio, de la “nueva norde toros de las Torres de malidad” unas condicioCotillas emigró hace vanes más gruesas que las rios años a Sudamérica. adoptadas en principio Se afincó en tierras pepor otras Comunidad. La ruanas y en el país andino norma autonómica murha firmado unas últimas ciana establecía, además temporadas en las que se que en las instalaciones ha hecho hueco en las fetaurinas el público deberá rias. Los éxitos en el Perú permanecer sentado, en le animaron a regresar a butacas pre-asignadas, España con la idea de haque “se respetará una cer temporada en Europa ocupación máxima del y con nuevo apoderado. setenta y cinco por ciento Incluso reclamó su includel aforo autorizado, con sión en la feria de Murcia, un máximo de quinientas en el regreso de los vicpersonas. No obstante, torinos a La Condomina. dicha cifra se podrá amEl coronavirus truncó su El torero murciano Rafaelillo, en casa con su familia durante esta pandemia. pliar hasta ochocientas planteamiento de tempersonas en aquellos caporada y Emilio, como sos en que los responsables o promotores 2020 ha hecho mucho daño lo tenemos en todos, se vio confinado y sin festejos. Ha elaboren un plan de actuación específico”. nuestros matadores de toros. Paco Ureña aprovechado el verano para hacer algún Con los rebrotes del verano, nuestras au- debería haber realizado la temporada de tentadero por tierras sevillanas. toridades autonómicas restringieron aún su vida tras ser el gran triunfador de 2019. más las reuniones y las medidas para ce- Sus puertas grandes de Madrid, Bilbao y Los toreros jóvenes lebrar festejos taurinos con la exigencia a Valencia, con actuaciones estelares, lo En cuanto a los toreros jóvenes, el parón los organizadores de elaborar un plan de llevaban directamente a ser locomotora de 2020 es significativo. Antonio Puerta contingencias para garantizar las medidas de la temporada 2020 que hemos perdido. dejó muy buenas sensaciones al final de la sanitarias y las distancias de seguridad. El El de Lorca ha tenido que ver como se le temporada pasada, con presagios de toresultado, es que desde marzo no se ha ce- iba un año crucial para su carrera en el que rear varias corridas esta temporada en la lebrado un solo festejo en la Región. hubiera superado las cuarenta corridas de que el triunfador de la Feria de Murcia en La empresa Toros Sureste, gestora del toros, en condiciones normales. Se vistió los años 2015 y 2016 celebra su primer luscoso de La Condomina de la capital, can- de luces por primera vez este año en El Es- tro como matador de toros. No podrá haceló los festejos de la feria de septiembre pinar, el pasado 8 de agosto, toreó un fes- cer el paseíllo ni en su plaza de Cehegín. Ha a la vez que el Ayuntamiento anunció la tival en la ciudad francesa de Beziers, el 16 estado haciendo campo y tenía a la vista un suspensión oficial de las fiestas. Antes, el de agosto, y hará el paseíllo en el coliseo de posible apoderamiento. La sensación del festival a beneficio de la AECC, anunciado Arlés el día 12 de septiembre, con un car- fino diestro es de “tristeza por un año perpara el 29 de marzo, pilló en pleno confina- tel de expectación, junto a El Juli y el joven dido”. El calasparreño Filiberto es otro de miento y tuvo que ser anulado. En agosto, galo Andrien Salenc. Junto a alguna corri- los jóvenes en los que la afición de la ReBlanca tuvo que renunciar a su tradicional da televisada por Canal Toros de Movistar gión tiene puestas fundadas esperanzas. feria de novilladas y su famoso encierro. –si el proyecto de la televisión temática Tras el parón de la alternativa, Filiberto 14

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


estaba demostrando en sus últimas apariciones que le estaba tomando el pulso al escalafón superior. Su preparación no ha cesado y no ha perdido la oportunidad de torear a puerta cerrada. Vistas las circunstancias, un realista Filiberto tiene puestas ya sus expectativas en la temporada 2021: “Ha sido un año con muchos problemas a nivel sanitario y no se van a dar ni el cinco de los festejos que en años anteriores por lo que mis esperanzas están puestas en que la temporada que viene pueda comenzar con una cierta normalidad”, todo ello con la ilusión de aprovechar cualquier oportunidad que surja de pisar un ruedo este año, si puede ser, con la televisión como testigo. Cabe destacar el lado solidario de Filiberto, que en pleno confinamiento lanzó una campaña en las redes sociales para obtener fondos destinados a la compra de material sanitario cuando más falta hacía. En Valencia reside Conchi Ríos. La primera torera en cortar dos orejas a un novillo en Madrid compagina su vida de torero y los estudios universitarios a la vera del Turia. Recuerda los años felices de figura de la novillería y es consciente que la temporada ha pasado de largo. Mantiene el gusanillo y está deseando enfrentarse a “un toro cuanto más grande mejor. Ya puestos a pasar miedo, que sea en condiciones”. Conchi echa de menos torear en Murcia. La situación del ceheginero David Fernández no está muy alejada. En su segundo año de alternativa no ha podido enfundarse el traje de luces y las sensaciones frente al toro han sido sin público. Como los demás toreros en circunstancias similares no le queda más remedio que mirar al horizonte de la próxima temporada. No quiero olvidarme del rejoneador Pencho Solano, son sus caballos encerrados en la cuadra sin poder pisar un ruedo. También los novilleros Los novilleros no lo tienen mejor. Tres de los debutantes con caballos el pasado año, el murciano Parrita, el totanero Jorge Martínez, y el murciano José María Trigueros (quien también sacó su lado solidario durante el confinamiento de la primavera) están sufriendo las consecuencias de la pandemia. Las principales ferias de novilladas que se concentran en septiembre están en suspenso y los pueblos, fuente natural de este tipo de festejos, ven como sus fiestas transcurren evitando concentraciones de personas, con las verbenas y los festejos taurinos aplazados para mejor ocasión. Los más jóvenes, quizás por su bisoñez o por el amparo de las Escuelas, mantienen la esperanza y el optimismo. Sin embardo para los alumnos de la Escuela de Murcia supone una gran desilusión la última suspensión taurinas de las dos clases prác-

ticas anunciadas en Yecla los días 12 y 13 de septiembre. En ellas iban a torear seis chavales de la Escuela de Tauromaquia de la Región de Murcia: Borja de Noé, Álvaro Ruiz, Pedro Navarro, José Miguel Vicente, Jorge Infer y Alejadro Fernández. Ellos son los que retomaron las clases tras el confinamiento, mientras que a los más pequeños se les dio vacaciones por decisión de la dirección de la Escuela, como medida frente a la pandemia. También hay alumnos de la Región en otras Escuelas, como el pachequero Víctor Acebo, en la de Almería, quien ha dejado muy buen sabor en el certamen “Camino a la Glorieta”, en tierras salmantinas, clasificándose para semifinales, o Angelín en la de Alicante. Contada está, a modo de resumen, la temporada de los jefes de filas, pero para los que está resultando un calvario el año es para los obreros del toreo, que los tiene. Banderilleros, picadores, mozos de espadas y ayudas de éstos se enfrentan a una situación límite, sin amparo desde el

Los alumnos de las Escuelas taurinas están toreando o se ven anunciados en algunas clases prácticas, a la vez que han pisado alguna ganadería, de la mano de sus maestros, para participar en tentaderos.

gobierno. No han podido ejercer su profesión y no torear tiene consecuencias drásticas en sus economías. Si no torean y no cotizan, tampoco pueden solicitar las prestaciones por desempleo. Sirvan algunos ejemplos para visualizar la complicada situación por la que pasa este gremio. Dos banderilleros de la Región que el año pasado estaban en la cuadrilla de Rafaelillo vivieron ya una campaña 2019 complicada por la cogida de su matador en Pamplona. El calasparreño Pascual Mellinas es un cotizado tercero cuya trayectoria le propició torear con otros diestros y este año quedaba enrolado en la cuadrilla del torero revelación del pasado curso, el sevillano Pablo Aguado. El invierno prometía un gran año para Pascual, propietario de una parada de cabestros que compagina con su profesión de banderillero. Invirtió todos sus ahorros en invierno en comprar vacas para su suelta en los pueblos este verano y en su parada de mansos. El parón de la temporada le ha perjudicado ostensiblemente.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

El ganado tiene que comer y los ingresos no llegan. Las vacas no tendrán suelta por las calles de los pueblos, los cabestros no trabajan sin encierros, y el traje de seda y plata ha lucido en tardes que se pueden contar con los dedos de una mano. Como sus compañeros de profesión solo pide que se les trate como a los demás trabajadores. Para Pascual no se trata de “toros sí o toros no, sino de que el Gobierno trate igual a todos los trabajadores y a los del toro se les está llevando a la ruina”. Cierto es que profesionales del toreo han tenido que buscarse la vida por otra vía, lo que para todos no es posible, y que muchos están teniendo muchos problemas. Otro integrante de la cuadrilla de Rafaelillo, José Mora, ha conseguido trabajo como tornero en una empresa de mecanizados, una vez finalizado un módulo de formación profesional que le ha abierto una nueva oportunidad laboral fuera de lo que es su vida y su pasión, la tauromaquia. El mozo de espadas y hermano de Rafaelillo, Ramón Rubio, me contaba hace poco su forma de subsistir en estos tiempos, con implacables madrugones para ganarse con esfuerzo un puesto de trabajo repartiendo pescado en rutas kilométricas. Me confesaba que había perdido trece quilos en dos meses consecuencia del trabajo agotador, pero lejos de quejarse está agradecido, pues afirma que dentro de cómo está el toreo, en su gremio, es un privilegiado por llevar un ingreso a casa. Ramón, que conoce el desasosiego de estar en el paro, afirma que muchos compañeros están pasando el año sin ningún tipo de ingreso desde el mes de octubre que finalizó una temporada 2019 que ya fue mala para el sector por la reducción de festejos, y que hay muchos en una situación insostenible. Toros al matadero En el apartado ganadero la paralización de la temporada ha conllevado que mucho toro haya acabado en el matadero sin poder medir su bravura en el ruedo. Los ganaderos han seguido tentando y comprobando a puerta cerrada la savia de la bravura de sus reses, pero el daño en el balance de resultados de las ganaderías es tremendo. La desaparición de varios hierros con renombre y de otros sin tanto abolengo está a la vuelta de la esquina. En la Región, la ganadería de Nazario Ibáñez nos representa en la Unión de Criadores de toros de lidia. El alma de la vacada es Jorge Ibáñez, que en los últimos años ha ido reduciendo el número de cabezas de ganado y no se ha visto tan afectados como otros, dentro de un año horrible para los criadores de toros bravos. Nazario iba a lidiar en su ciudad de Yecla en las clases prácticas que han quedado finalmente aplazadas para mejor momento. 15


El virus y los Miura Mª ADELA DÍAZ PARRAGA

1842. Juan Miura Rodriguez, propietario de un taller de sombreros y sombrerería en Sevilla, compra las ganaderías de Albareda y Cabrera, para su hijo Antonio, gran amante del campo y el toro bravo. Y así, nació una ganadería mítica, que ha dado tantas tardes de gloria, y también de muerte. Siete generaciones han pasado desde entonces, su dueños, tienen ya un número, como los reyes. En la actualidad son Eduardo y Antonio Miura quienes llevan las riendas de la ganadería, a los que ya se añade el hijo de Eduardo, con el mismo nombre, En esta ocasión, la conversación no ha sido sobre la emoción y el color de la fiesta, sino de algo mucho más lúgubre. A una, toda esta historia de la pandemia, le hace pensar en lo del elefante y la pulga, aunque según dicen los que saben de esto, el condenado bicho chino, es muEduardo y Antonio Miura. chisimo mas pequeño. Chiquito pero matón. Porque ha afectado al mundo entero en cualquiera de sus actividades. Y de eso, no se ha salvado ni la tauromaquia. La gente del toro está preocupada, y así lo dan a entender. Entre ellos, la familia Miura, a su «En la actualidad son Eduardo y patriarca, Don Eduardo Miura Martinez, le Antonio Miura quienes llevan las preguntamos por tan trágicos acontecimientos. riendas de la ganadería, a los que Su ganadería es muy antigua, a lo largo de su historia, ¿han tenido una crisis como la producida por esta pandemia? De una forma tan extrema como esta quizá durante la pandemia de gripe de 1.918, pero hay fotografías de gente en los toros 16

ya se añade el hijo de Eduardo»

con mascarillas. De forma más reciente, fueron las enfermedades de las vacas lo-

cas y de la lengua azul, si bien la segunda no ponía en peligro la salud de las personas, supuso perder el mercado francés durante un año ¿De qué manera cree que afectará a la fiesta a largo plazo? Durante este año 2020, las pérdidas serán muy considerables, si podemos aguantar, lo fundamental es que en el 21 haya normalidad, de lo contrario será imposible sobrevivir, más aún con una mitad del gobierno en contra. ¿Se salvará la temporada de América? Desconozco cómo está la situación sanitaria en cada país taurino de América pero veo, como he dicho antes, muy difícil salvar el año 20. En ellos son un buen aporte a la economía nacional, ustedes también los crían, ¿han sentido ellos el parón? También, aunque no son nuestra principal actividad, simplemente la dificultad para desplazarse hace muy difícil que se produzcan compras, al fin y al cabo nadie compra solo con una foto a cualquier animal. ¿Y la agricultura? La agricultura lleva tiempo con otros problemas que el virus acentuara. Los costes son cada vez mayores, y los beneficios bajan año tras año. No olvidemos las manifestaciones agrícolas previas a la pandemia, y que se paralizaron por la responsabilidad de los agricultores, mucho más previsores que el Gobierno.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


La fiesta de los toros en Murcia entre septiembre y diciembre de 1918 MARÍA LUJÁN ORTEGA / TOMÁS GARCÍA MARTÍNEZ

El año en el que vivimos ha rade nuestra parte, se comience a lentizado el guión de nuestras erradicar. Un siglo después aún vidas, sometido a la incertidumno se sabe cuál fue el origen de bre de lo qué nos deparará el esta epidemia de 1918 que no enfuturo, mientras que logramos tendía de fronteras ni de clases defendernos del ataque de la sociales. La epidemia de Gripe enfermedad del CoVID-19 con de 1918, fue una pandemia de medidas higiénicas y distanciainusitada gravedad, a diferencia miento social. Esta disposición de otras epidemias de gripe que de evadir aglomeraciones ha afectaban básicamente a niños y hecho que nuestros ratos de ancianos, en aquel caso, muchas ocio sean muy distintos a como de sus víctimas fueron jóvenes y nos gustan disfrutarlos -con personas adultas en buen estalos nuestros, con nuestras fado de salud, así como animales. milias, con nuestros amigos y La Gripe de 1918 en España, se allegados- las gentes de carácregistraron dos brotes bien defiter mediterráneo, concebimos nidos en el tiempo, la gripe llegó la fiesta como un momento de primeramente entre mayo y junio intercambio social y comunicade 1918. La segunda etapa, preción, es el momento de afirmasentó una duración algo mayor ción y renovación de lazos. Esos que la primera, entre septiembre momentos de fraternidad cony noviembre aproximadamente, figuran la identidad de una cocon una importante velocidad de munidad que pone de relieve los infección, un número de atacavalores de hospitalidad, buena dos algo menor, pero de mucha vecindad, diálogo intercultural mayor gravedad, provocando un y creatividad, así como un modo importante número de fallecide vida que se guía por el resmientos. La epidemia fue expanpeto a la diversidad. Las fiestas diéndose poco a poco a todos los que tienen más rasgos ligados a pueblos de Murcia: huerta, camlo tradicional, son las que más po y ciudad. se acercan al pueblo, son las Aún así en la provincia de Murmás participativas, desempecia se disfrutaron de unos punñan un papel esencial de factor tuales festejos taurinos en los de cohesión social en los espaúltimos meses de 1918; como Manolete II en la revista Toros y toreros - 31 de octubre de 1916. cios culturales, en los festejos y fueron las corridas de la Feria de en las celebraciones, al agrupar la ciudad de Murcia, una corrida a gentes de todas las edades, condiciones de becerros en Espinardo, una novillada y clases sociales. en Lorca; la prensa taurina hacía hueco en La situación que estamos viviendo está su crónica festiva de la preocupación por relacionada con la pandemia que ha ocalos rebrotes de gripe en la vecina poblasionado el CoVID-19, ha hecho que pongación de Águilas y en todas las poblaciones La situación que estamos vimos la mirada en otra enfermedad infecque configuran la huerta de Murcia. Otras ciosa que también paralizó la vida a nivel viendo ha hecho que pongamos la corridas de toros que se llevaron a cabo global hace algo más de un siglo como mirada en otra enfermedad infec- fueron en Abarán en honor a sus santos fue la mal llamada Gripe Española de 1918. patronos, otra corrida fue con motivo de ciosa que también paralizó Aquella Influenza entre 1918 y 1920, aunque la Feria en Caravaca de la Cruz, se realizó la vida a nivel global hace algo se desconoce la cifra exacta, se llevó la una novillada en Yecla, se llevó a cabo una vida de más de 40 millones de personas en novillada en el Cuartel de Artillería de Murmás de un siglo como fue la mal todo el mundo, según las fuentes médicas cia para festejar a su patrona y por último llamada Gripe Española de 1918. pasó a la Historia como la enfermedad inpara el día de Navidad, se acometió una fecciosa más devastadora. Deseamos que novillada en la plaza de Toros de Murcia. la que estamos viviendo, poniendo todos Debido a las crónicas taurinas que se reLA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

17


flejan en la prensa histórica y sobre todo a través de los periodistas taurinos que solían firmar con su apodo, se conocen más datos del ambiente taurino, del desarrollo de las corridas, del temor al contagio de la gripe y de la vida cultural de la provincia de Murcia de hace un siglo. CRÓNICA TAURINA ENTRE SEPTIEMBRE Y DICIEMBRE DE 1918

PICA-PICA fue redactor del diario El Liberal a principios del siglo XX, Pica-Pica, ofrecía su particular sección “Toros y toreros”, en la que anunciaba todo lo relacionado con el mundo taurino.

Los cronistas taurinos Las crónicas periodísticas publicadas en los diarios de Murcia durante el periodo objeto de estudio (1918) fueron realizadas por Pica Toste para el diario El Tiempo y Pica Pica escribía en El Liberal. De igual forma para el Eco de Cartagena, el encargado de redactar las noticias y las crónicas de los acontecimientos taurinos en la ciudad portuaria era Merlo II. No se ha podido pasar por alto los pseudónimos que utilizaban estos reporteros taurinos; PICA-TOSTE fue redactor del diario El Tiempo de Murcia. Desde principios de siglo XX aparece en la prensa murciana realizando interesantes crónicas taurinas de los principales acontecimientos de Murcia. Será hacia al año 1911 El Fomento - 28-9-1918 - pagina 3. cuando la figura de este redactor de El Tiempo empiece a tomar protagonismo. Pica-Toste viajó a las provincias limítrofes de Murcia para cubrir las corridas de toros en las que toreros de Murcia hacían acto de presencia. Su rastro con esa firma deja de tener representación en la prensa de Murcia por el año 1919. PICA-PICA fue redactor del diario El Liberal a principios del siglo XX, Pica-Pica, ofrecía su particular sección “Toros y El Liberal - 6-9-1918 - página 3. toreros”, en la que anunciaba todo lo relacionado con el munmedios tales como Don Crispín. do taurino. Sobre el año 1911 comienzan a publicarse sus crónicas taurinas. Este Mes de septiembre periodista acudía a las plazas de toros de La popular corrida de la Feria de Murcia Murcia a redactar las crónicas taurinas, a celebrar el 8 de septiembre de 1918, presu acercamiento al mundo del toro fue sentó problemas difundidos en la prensa intenso llegando a entablar relaciones regional. Los enemigos del toreo querían personales con los conserjes de la plaza que la corrida de Feria no tuviera efecto, de toros de Murcia, incluso compartió por ello intentaron difundir bulos y noticomidas familiares con ellos. Al igual que cias1 falsas a los aficionados “no sabemos otros cronistas del toro, Pica-Pica viajó a con que propósitos”. En un primer momenvecinas provincias a cubrir las corridas. to se dijo que no vendría Gallito, posteriorPor el contrario Pica-Pica estuvo publi- mente el diario El Tiempo publicó la noticia cando noticias hasta la década de 1930 en afirmando que sí vendría; seguidamente 1 2 3 4 5

se inventaron que Fortuna no acudiría a la corrida por estar herido, y el torero Fortuna finalmente llegó a la corrida, ya que su herida era leve. El día 3 de septiembre llegaban a la plaza de Toros de Murcia2 los toros de Vicente Martínez: <<Curro>>, negro zaino; <<Naranjito>>, negro bragao; <<Cazurro>>, negro; <<Castaño>>, berrendo en negro; <<Cortujo>>, negro; todos ellos sobre las 25 arrobas de peso. Los aficionados tuvieron la oportunidad de ver el ganado desde los pasillos altos del coso taurino entre las cinco y la siete de la tarde. El diario El Tiempo era de los escasos medios de prensa3 encargados de realizar crónicas de interés sobre el mundo taurino. Bajo las siglas P-T, el periodista – aficionado a la tauromaquia, visita el 4 de septiembre de 1918 los corrales donde Benito tenía “los seis huéspedes” listos para la corrida. La expectación era máxima y ello se reflejó en los corrales ya que “los aficionados ocupaban todas las alturas de pasillos y galerías contemplando el aspecto y trapío de los seis animalitos” propiedad de Vicente Martínez. Tras el análisis del redactor de El Tiempo se puede deducir que los aficionados salieron satisfechos al disfrutar con la contemplación del ganado, bonita presentación, finura, etc. En la mañana del 6 de septiembre tenía lugar la subasta de carnes4. Dicho acontecimiento se realizó a las doce de la mañana en la plaza de toros de Murcia, una puja de las carnes de los seis ejemplares encerrados para la corrida del día 8 de septiembre. El requisito para los postores era depositar mil pesetas en fianza y el remanente en el acto de la subasta5. Para tal ocasión la empresa se reservaba el derecho de no aceptar ninguna proposición. El periodista indicaba en su crónica que el año 1918 había sido flojo y escaso de buenos carteles; por ello la corrida de la Feria era esperada con mucho interés por la afición murciana. La expectación era máxima para los días de Feria. Las fondas de la ciudad habían colgado el cartel de completo. En las calles y en los cafés de la capital se notaba el trasiego de forasteros en los días previos a la corrida. La mañana del 8 de septiembre de 1918

La corrida de Feria. El Tiempo. 3 de septiembre de 1918, p. 1. Llegada de los toros. El Tiempo. 4 de septiembre de 1918, p. 2. Los toros del domingo. El Tiempo. 5 de septiembre de 1918, p. 1. Subasta de las carnes. El Tiempo. 6 de septiembre de 1918, p. 2 A la subasta acudieron seis postores. La carne se adjudicó al mejor postor en cuatro mil pesetas. El Tiempo. 7 de septiembre de 1818, p. 2 18

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


llegaron a Murcia el torero Joselito y su de aquella población y posteriormente cuadrilla, todos ellos fueron alojados en foco industrial pimentonero del estado el hotel Reina Victoria. El torero viajó de español. El 10 de septiembre de 1918 se Sevilla a Madrid para llegar a Murcia la ma- acontecieron los festejos anunciados en ñana de la corrida anunciada6. La deman- la prensa regional con presencia de nuda de localidades fue muy grande hasta merosa concurrencia, los jardines y deel extremo de no disponer la empresa de pendencias del Garden se encontraban sitio para las barreras de primera fila. De abarrotados. Por la tarde se realizó una Valencia, Alicante, Albacete o Cartagena, corrida de becerros, en una plaza de toros se realizaron las principales reservas7. El día grande, el día de la Virgen, la ciudad de Murcia se vestía de fiesta, por todas partes reinaba la animación y la alegría. Las bandas de música tocaban en las plazas de la ciudad, los forasteros de ciudades limítrofes inundaron la ciudad, los comercios permanecían abiertos. Las taquillas de la plaza de los Toros se vieron muy favorecidas. La corrida8 tuvo una entrada “superiorísima”, con una tarde calurosa. En los palcos se pudieron contemplar infinidad de mujeres con la clásica mantilla, la plaza estaba, como vulgarmente se decía “que daba un trueno”. El Liberal - 12-9-1918 - página 3. La primera corrida de Feria fue presidida por el señor Saavedra, asesorado en todo momento por el señor Palazón. A la hora esperada se hizo el desfile con protesta incluida del público ya que faltaba el torero Fortuna, apareciendo momentos después. La corrida se celebró con total normalidad siendo resumida por el cronista como “en suma: no nos hemos divertido nada”. Desgraciadamente los toros, los toreros El Liberal - 17-9-1918 - página 3. y la corrida en general, no fue muy buena, las crónicas sucesivas al 8 de septiembre, no anduvieron muy levantada al efecto, se lidiaron los menadecuadas, en relación a la celebración del cionados animales, algunos aficionados festejo taurino. se encargaron de lidiarlos “y el público se Mientras tanto en la localidad de Espi- divirtió de lo lindo con las numerosas incinardo (Murcia) tuvo lugar “Las Fiestas” or- dencias de la corrida”. ganizadas en el Recreative Garden9, espaEl 15 de septiembre acontecería una nocio de ocio y cultura para la alta sociedad villada en la plaza de Murcia. El 11 de sep-

tiembre llegaban de madrugada los ocho toros de Surga a los corrales de la plaza. Las crónicas de El Tiempo indicaban al lector y aficionado el buen aspecto del ganado. PICA-TOSTE publicó una interesante crónica el 12 de septiembre de 1918 en la que defendía la figura del novillero frente al torero, el cual trabajaba duro para llegar a ser algo dentro del mundo del toro, ofreciendo todo su cuerpo y valentía10. Los jóvenes novilleros Dominguín, Méndez y Almanseño11 estaban en la ciudad de Murcia esperando su turno, para intentar demostrar todo lo que los periódicos de Murcia y la crítica decía sobre ellos. En las crónicas de la sucesiva corrida del 15 de septiembre aún quedaban coletillas y críticas a la efectuada el 8 de septiembre12, “recuerden ustedes la corrida del 8, ganado de mantequilla, pocas defensas, escasos de poder y fenómenos en la plaza. Salimos aburridos”. La corrida del 15 fue diferente, a pesar de ser realizada por novilleros, la gente salió contenta del ruedo “hartos de aplaudir, divertidos y satisfechos”. La gente aficionada vio como su dinero fue bien empleado, el ganado de Surga, en cuanto a presentación, a la crianza y herramental no dejó nada que desear. Fue una corrida bien presentada, brava en general, de poder, con reses de importante peso. La plaza, tal y como indicaba El Liberal de Murcia13, fue ocupada por unos 10.000 espectadores, en la presidencia estuvo Luis Saavedra y como asesor el doctor Alonso Palazón. Una buena corrida realizada gracias a Méndez, Dominguín y Almanseño. El 22 de septiembre tuvo lugar en Lorca una novillada con cuatro novillos – toros de la acreditada ganadería de Sabino Flores por los afamados diestros Manuel Molina

6 El Tiempo. 7 de septiembre de 1918, p. 2. 7 El Liberal. 7 de septiembre de 1918, p. 2. 8 La corrida de ayer. El Tiempo. 9 de septiembre de 1918, p. 1. 9 Las Fiestas. El Tiempo. 11 de septiembre de 1918, p. 1. El Recreative Garden (Espinardo) fue un establecimiento ideado por el empresario murciano don Juan Montesinos, diseñado y construido por varios arquitectos y escultores entre los que destacan Pedro Cerdán y Anastasio Martínez Hernández. Se inauguró el 22 de agosto de 1897 y su actividad como centro deportivo y de recreo se mantuvo hasta finales del verano de 1902. Posteriormente, se utilizó para diversos usos como la Granja del Pimentón y la primera sede de Radio Murcia. Fue demolido en 1973. 10 La corrida del domingo. 12 de septiembre de 1918, p. 1. 11 Pascual González Saus, nació en Almansa (Albacete) el 22 de abril de 1871, tomó el nombre artístico del gentilicio de su localidad de nacimiento, sintió desde joven la pasión por los toros, acudió a numerosas capeas por tierras manchegas, murcianas e incluso sevillanas. En 1898, comenzó de banderillero en cuadrillas de matadores de toros, alternando con su labor de novillero, el debut como novillero fue en el coso alicantino de Orihuela, el 11 de septiembre de ese mismo año. Estoqueó bastante por los ruedos levantinos y el 24 de junio de 1903, se presentó en Madrid, alternando con “Potoco” y “Corchaito”, los novillos fueron de Pacheco y Moreno Santamaría. Siguió toreando por plazas de provincias, actuó en las plazas más importantes de España, Méjico, Perú y Venezuela. Tomó la alternativa en tres ocasiones, una el 19 de diciembre de 1909, en Puebla (Méjico) de manos de “Regaterín”. La segunda en España, el día 3 de septiem­bre de 1910, en el coso de Villarrobledo (Albacete) siendo el padrino Tomás Alarcón “Mazantinito”, que le cedió la muerte del toro “Mulato”, de José del Amo de Villaman­rique, y la tercera el 24 de septiembre de 1911 en Hellín (AB) otorgada por “Lagartijo Chico” y “Ostioncito” de testigo, y toros de Patricio Sanz. 12 La corrida de toros. El Tiempo. 16 de septiembre de 1918, p. 1. 13 El Liberal. 16 de septiembre de 1918, p. 1. LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

19


(Lagartijillo) y Juan Montenegro. Poco más sabemos sobre este acontecimiento debido a su anuncio a través del cartel14 en Tontolín. Desgraciadamente las noticias sobre la epidemia estaban presentes en determinados puntos de la provincia de Murcia. A mediados de septiembre la epidemia se propagaba por Águilas “donde el número de atacados era muy considerable”, siendo solicitado a Madrid material de desinfección. En la capital de Murcia había muchos, pero la dolencia no revestía en gravedad. La propagación era más grande El Tiempo - 14-9-1918 - página 3. en aquellos lugares en los que se reunía mucha gente, es por ello que la epidemia se cebara en el ejército, tal y como indicaban las crónicas15 del diario El Tiempo. Desde las tierras de Abarán llegaban noticias con motivo de la corrida de toros organizada para festejar a sus patronos San Cosme y San Damián. El gran acontecimiento taurino se celebró el El Liberal - 25-9-1918 - página 3. 27 de septiembre a las cuatro y media de la tarde con la lidia de seis toros de Matías Sánchez (antes Traspalacios). Paco Madrid y José Flores Cámara, saltaron al ruedo para mostrar su conocimiento y valentía antes los astados de Matías Sánchez. La corrida de toros se celebró a beneficio de los pobres de aqueEl gran acontecimiento taurino lla localidad tal y como indicaba La Verdad de octubre tuvo lugar en la Ciezana el 27 de septiembre de 1918 con plaza de toros de Caravaca de la una entrada general a 5 pesetas y media a Cruz con motivo de la Feria de la 3,50 con impuestos. ciudad. Los matadores Gaona y La afición de Abarán no quedó contenta con el resultado de la corrida. Ya que, para Camará mataron seis bravos de la el domingo posterior, el 29 de septiembre ganadería de González–Traperos. de 1918, hubo una novillada con seis novillos – toros de Carriquiri (hoy Cobaleda) para los matadores Corcito, Andaluz y Rodalito, con entradas más asequibles, una peros. Una corrida de toros organizada con general a 4 pesetas y una media a 3 pese- motivo de la Feria de la ciudad caravaquetas16 y los toros dieron más juego. ña con entrada general a 5 pesetas y media entrada a 3,50 pesetas18. Las crónicas Mes de octubre periodísticas de los diarios locales como En el mes de octubre el gran aconteci- La Luz de la Comarca dedicaron crónicas19 miento taurino anunciado17 en la prensa previas al acontecimiento, haciendo esperegional, tuvo lugar el 4 de octubre en la cial mención a los dos toreros por ser “los plaza de toros de Caravaca de la Cruz. Los dos matadores más completos que tiene la matadores Gaona y Camará mataron seis nación”. Los dos diestros venían de hacer bravos de la ganadería de González – Tra- una buena temporada en las principales 14 15 16 17 18 19 20 21

plazas de España. A todo ello se añadía la importancia de la ganadería de Traperos, ganadero que gozaba de excelente fama por aquel tiempo. La realidad de la gripe en Murcia no estaba del todo clara. Las autoridades ofrecían cifras mínimas, mientras la población veía “que son numerosos los entierros”. En casi todos los partidos de las huerta crecían en el mes de octubre las invasiones de gripe, atacando a personas jóvenes, de buena y robusta naturaleza20 “en muchos pueblos de la provincia es innegable que la epidemia grippal está causando grandes estragos”. Los infectados en la huerta de Murcia eran de mayor número que los casos registrados en el campo o en la ciudad de Murcia. Las autoridades municipales ordenaron a la sociedad de Murcia y a los pedáneos, medidas higiénicas para solventar la propagación de la enfermedad, entre ellas, la venta de trapos viejos o regar las calles de Murcia dos veces al día21. Mes de noviembre El 1 de noviembre de 1918 se abrió “por vez primera” los cementerios de Murcia, completamente desalojados de público como medida de prevención por ser posible foco de contagio, “notándose también la falta del tradicional arreglo y adorno de flores en las tumbas”. Para aquellos días, los tranvías que subieron de Murcia hacia el Cementerio de Nuestro Padre Jesús iban sin animación y con poco público. En los cementerios no estaba permitida la aglomeración de gente. Por aquel tiempo, las representaciones de Don Juan Tenorio tuvieron efecto, pero la degustación de las tradicionales castañas y la presencia de los hermanos de la aurora, fueron suprimidas por el miedo al contagio gripal. A primeros del mes de noviembre en Yecla se celebró una novillada con ganado de Lucas Hernández procedente de Salamanca. Los matadores contratados para el acontecimiento fueron Manolete II y Andaluz. En la plaza se mostró un ganado manso, el primero de la tarde volteó a Manolete II, como resultado fue el torero herido con una “fuerte contusión en la espina dorsal” impidiéndole

Tontolín. 22 de septiembre de 1918, p. 9. El Tiempo. 18 de septiembre de 1918, p. 1. El Liberal. 22 de septiembre de 1918, p. 3. Luz de la Comarca. 29 de septiembre de 1918, p. 3. El Liberal. 28 de septiembre de 1918, p. 3. De Toros. La Luz de la Comarca. 29 de septiembre de 1918, p. 2. El Liberal. 16 de octubre de 1918, p. 2. El Liberal. 18 de octubre de 1918, p. 2. 20

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


seguir con la lidia. El popular Andaluz tuvo que despachar los cuatro toros como pudo, en pro de su compañero herido. La tarde taurina según las crónicas tuvo una entrada floja, con lluvia y poco ambiente22.

policía y aficionados periodistas como Anselmo Lorencio. El periodista de El Liberal explicó el proceso empleado para dejarlos listos en los corrales, que estaban provistos de paja y avena25 para ser rumiados.

Mes de diciembre Con la llegada de la festividad de La Purísima Concepción, en la iglesia de Santa Clara de Murcia, se conmemoraba la novena a Nuestra Señora de la Aurora y se contó con la participación de los hermanos de la Aurora para la novena. Fue un ciclo de Navidad atípico, ya que en la prensa regional son escasas (por no decir nulas) las referencias a las misas de gozo, de Gallo, así como a las tradicionales carreras de aguilando por las calles de Murcia y su Huerta. La epidemia siguió su curso, afectó duramente a los El Tiempo - 24-12-1918 - página 3. habitantes de Murcia en su incertidumbre, dejándolos huérfanos de vida y fiestas. El 15 de diciembre de 1918 a las tres y media de la tarde, salió en procesión la Virgen de la Fuensanta en acción de gracias por cesar la epidemia. Para la ocasión especial la patrona de Murcia recorrió la carrera del Corpus, acompañada de fieles, obispado y autoridades23. El 17 de diciembre volvía a su eremitorio del Monte acompañado de fieles, devotos y la banda de música La Artística. A pesar de no ser un día de romería, la jornada fue disfrutada por familias y vecinos de la huerta de Murcia. Desde el punto de vista taurino, con motivo de la festividad de Santa Bárbara se celebró en el Cuartel de Artillería una fiesta taurina en el patio24. Con una improvisada La luz de la Comarca - 29-9-1918 - página 3. plaza de toros, el público se colocó en los camiones y en las ventanas altas para presenciar la lidia de dos novillos. Como en años anteriores el primer día de Un acto amenizado por la banda de música Navidad, tuvo lugar en la plaza de toros de de La Misericordia. Murcia un importante acontecimiento tauEl 22 de diciembre de 1918, se producía rino, cuatro novillos – toros del Duque de en la ciudad de Murcia el desencajona- Veragua procedentes de Madrid para los miento de los toros enviados por el Duque valientes diestros Juanito González “Almande Veragua. Acompañados por El Sastre, seño II” y el paisano murciano Patricio Hersu mayoral, fue el mismo que condujo los nández “Jardinero chico”. Se organizó una toros para la corrida de la Asociación de la fiesta entre el segundo y tercer toro26 con Prensa. El desencajonamiento fue presen- sorteos y regalos. Para este acontecimienciado por el señor gobernador, el jefe de la to los regalos en metálico eran un reclamo, 22 23 24 25 26 27

las empresas encargadas de dar dichos premios hacían un importante esfuerzo con satisfacer a la afición. La novillada celebrada el 25 de diciembre en la tarde, despertó mucha expectación, promovido principalmente por dos factores: por las condiciones del ganado y por el renombre que gozaban los diestros, unido al ofrecimiento económico de la empresa en forma de regalo. Todos estos aspectos provocaron que la plaza de toros de Murcia estuviera espléndida de aficionados27, a pesar del frío de aquellos días. CRONOGRAMA Mes de septiembre - 1 de septiembre. Plaza de toros de Cartagena. - 8 de septiembre. Plaza de toros de Murcia. - 10 de septiembre. Plaza portátil del Recreative Garden. Espinardo (Murcia). - 15 de septiembre. Plaza de toros de Murcia. - 27 de septiembre. Plaza de toros de Abarán. - 22 de septiembre. Plaza de toros de Lorca. - 29 de septiembre. Plaza de toros de Abarán. Mes de octubre - 4 de octubre. Plaza de toros de Caravaca de la Cruz. Mes de noviembre - Noviembre. Plaza de toros de Yecla. Mes de diciembre - 3 de diciembre. Cuartel de Artillería de Murcia. - 25 de diciembre. Plaza de toros de Murcia. FUENTES DOCUMENTALES Prensa Archivo Municipal de Murcia. Hemeroteca Biblioteca Nacional de España. El Liberal El Tiempo La Luz de la Comarca Tontolín

El Liberal. 13 de noviembre de 1918, p. 2. La Virgen de la Fuensanta. El Tiempo. 15 de diciembre de 1918, p. 1. En el Cuartel de Artillería. El Liberal. 4 de diciembre de 1918, p. 1. Toros y toreros. El Liberal. 23 de diciembre de 1918, p. 1. El Liberal. 22 de diciembre de 1918, p. 3. El Tiempo. 25 de diciembre de 1918, p, 2.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

21


20 años sin aroma a Romero GUILLERMO LORENTE

Curro Romero, durante una faena en la corrida de la Prensa del año 2000.

Se cumplen veinte años del adiós de los ruedos del gran Curro Romero. Su último paseíllo se ha convertido en una de las efemérides que engrandece la historia de la Corrida de la Prensa de Murcia. El 10 de septiembre de 2000 el Faraón de Camas hacía su último paseíllo vestido de luces. Fue en Murcia, en la Corrida de la Prensa de ese año, en la que sería, aún sin saberlo en ese momento ni propio torero, la última de las cerca de 900 corridas de su dilatada carrera profesional. A las 6 de la tarde de ese 10 de septiembre, Curro hacía el paseíllo en La Condomina acompañado por Pepín Jiménez y El Juli para estoquear una corrida de Luis Algarra que no colaboró mucho. Vistiendo un original terno verde esperanza y oro, con la chaquetilla sin alamares y adornada con madroños, Curro cruzaba el ruedo murciano con su habitual andar pausado y cadencioso, tal y como siempre fue su toreo. No fue tarde de brillo del sevillano, que tan solo pudo dibujar un ramillete de despaciosas verónicas ante su primero. 22

Fue ovacionado en este capítulo y no lo vio claro ante el cuarto escuchando una sonora bronca del público murciano. Tal fue así, que recibió un almohadillado en el rostro cuando se retiraba entre barreras. Sin embargo, la tarde tuvo otro momento para el recuerdo, en este caso protagonizada por un Pepín Jiménez en sazón que rubricó una tarde de triunfo y original puesta en escena. El lorquino cortó una oreja a cada uno de sus oponentes, pero el momento álgido de la tarde y de la feria de ese año, llegó en el quinto ante el que Jiménez protagonizó los tres tercios de la lidia. Recibió de capote al de Algarra, se subió al caballo de picar, realizó un quite al alimón junto a su banderillero Jesús Márquez, banderilleó y realizó una faena plena de su sabroso y personal concepto del toreo que hizo las delicias del público de La Condomina. Por su parte, El Juli, paseó un trofeo. No fue tarde exitosa en cuanto a número de trofeos, pero sí lo fue por la gran cantidad de detalles para el recuerdo que deparó.

Terminada la corrida nadie imaginaba que esa sería la última vez que se vería a Curro Romero vestido de luces, porque no fue hasta el 22 de octubre de ese año, cuando tras participar en un festival benéfico en La Algaba, el sevillano hiciera pública su decisión de abandonar los ruedos. Los aficionados, incrédulos, se aventuraban en vaticinar cuando tiempo pasaría hasta que el camero volviese a torear, pero el tiempo ha demostrado que la decisión fue firme y para siempre. Así se cumplen 20 años sin aroma a Romero, sin las pasiones que siempre levantó el de Camas, dejando tras de sí una trayectoria que le sitúa como uno de las grandes figuras del toreo de todos los tiempos. Curro Romero se retiró a los 67 años de edad, tras 46 de actividad profesional y con cinco Puertas del Príncipe de Sevilla y siete puertas grandes en Las Ventas de Madrid en su haber, escribiendo la última página de esta brillantísima carrera en una Corrida de la Prensa de Murcia. De Murcia pasó a convertirse en leyenda viva del toreo.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020



Gallito en Murcia MANOLO GUILLÉN

Balance, anécdotas e intrahistoria de las 18 actuaciones de Joselito El Gallo en la Región de Murcia, en el centenario de su muerte.

Joselito el Gallo levanta el brazo, consciente de que el toro de Saltillo estaba a punto de rodar sin puntilla, el 6 de abril de 1920 (Foto: La Lidia, 19 de abril de 1920).

El 16 de mayo se cumplieron 100 años de la trágica muerte de Joselito en Talavera. Hacía sólo mes y medio que José Gómez Ortega había pisado por última vez la plaza de toros de Murcia. Concretamente el 6 de abril de aquél fatídico 1920, fecha en la que lidió toros de Félix Moreno en compañía de Juan Belmonte e Ignacio Sánchez Mejías. Faltaban apenas 40 días para que “Bailaor” -aquel funesto toro de la Viuda de Ortegale segara la vida y con ello tiñera de luto para siempre la Historia del Toreo. Joselito y Belmonte protagonizaron la Edad de Oro del Toreo, abrieron nuevos ho24

rizontes para la Tauromaquia y marcaron el devenir de los tiempos con aportaciones -mejor dicho, grandes aportaciones- que cambiaron el rumbo de la Fiesta hasta el punto de que a día de hoy -cien años después- todavía mantienen plena su vigencia. En el ruedo y en los despachos, en el campo y en la plaza, en el encuentro entre el toro y el torero y también en la administración de las carreras de éstos y en la planificación de sus temporadas, se siguen poniendo en práctica muchos de los avances que introdujo José y que finalmente quedaron establecidos como práctica ha-

bitual. Insisto, en la plaza y fuera de ella. El mismísimo Belmonte, que fue uno de los grandes revolucionarios al invadir terrenos que hasta entonces se atribuían al toro, y demostrar que se podía torear de otra forma a cómo se había hecho hasta entonces -dejando quietas las piernas y jugando los brazos para librar las embestidas-, pronto entendió que debía delegar en José muchas de las decisiones que atañían a su carrera profesional. Repetía sin rubor una y otra vez: - “Lo que diga José”. A pesar de que José era su máximo rival en el ruedo, y de que ambos tenían a España dividida

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


entre los partidarios del uno y los del otro. Los dos eran tan distintos y a la vez tan complementarios, que no se puede comprender al uno sin haber comprendido antes al otro. Por eso es imposible hablar de Joselito sin citar a Belmonte, y viceversa. Pero, dado que se cumple el aniversario luctuoso de José, y que tal vez no sean muy conocidas las actuaciones que tuvo en plazas de la Región de Murcia, me circunscribiré exclusivamente a ellas y lo haré atendiendo al orden cronológico de las mismas.

cronista. “Eran seis becerretes inofensivos, dignos de cualquier encerrona, pero nunca para una corrida de 1,50 en que iban a hacer tanta y tanta proeza las futuras estrellas del toreo... Los animalillos acudían al engaño y de cuando en cuando topaban, no pudiendo derribar en ninguna de sus acometidas. El tercero fue fogueado”. Además hubo picadores en la becerrada. “Como no tenían nada que castigar, casi estaban de más en la plaza”. (...) “La atención del público estuvo reconcentrada en

rantes fue máxima desde el minuto cero. “Gallito, a su primero, un pinchazo en lo alto y una hasta el pomo caída; al segundo una pescuecera y otra hasta las cachas, acabando al quinto puntillazo; y a su último de dos pinchazos y dos estocadas malas”. (...) “Banderillearon el segundo, y aunque lo hicieron sin gran lucimiento, se vio que saben ponerlas”. (...) “Si con otro ganado, de más presencia, como lo hacían Faico y Minuto, Lagartijo y Machaco, emplearan las faenas de ayer, quedaría justificada la fama de esta cuadrilla, pero con reses inofensivas, no es lo mismo. Pero en fin, como ensayo puede pasar, pero no aprieten ustedes tanto con el reclamo, por si llegara a ser contraproducente...”. La perspectiva de “El sobrino de Paquiro” -pseudónimo del cronista de El Liberal en esa crónica- le impidió contar que “Limeño chico y Gallito menor fueron ovacionados, toreando, banderilleando y matando, concediéndoseles cuatro orejas”, como así lo apuntó la crónica publicada en El Toreo.

1910 José Gómez Ortega pasó a la historia del toreo como “Joselito” o como “Gallito” y también como “Joselito el Gallo”, pero en sus comienzos se anunció en los carteles como “Gallito III”. Su padre, Rafael “el Gallo” y su madre, la bailaora Gabriela Ortega, tuvieron tres hijas y tres hijos varones, los cuales se dedicaron al toreo. A saber: Rafael “el Gallo” (Gallito I, conocido más tarde como el “Divino Calvo”); Fernando “Gallito Chico” (Gallito II, que fue banderillero en la cuadrilla de 28 DE SEPTIEMBRE. José); y el propio José. YECLA. Gallito, en Murcia el 7 de septiembre de 1919 (foto: Piqueras, La Lidia de fecha 15 de Como novillero “Gallito Limeño y GALLITO, Septiembre de 1919). III” actuó en la Región en mano a mano / Yagüe cuatro ocasiones, primeAntes de finalizar ese ro como integrante de la Cuadrilla de Niños mismo mes de septiembre, el día 28, se Toreros Sevillanos con que le dio varias presentó también Gallito en la plaza de tovueltas a España, rivalizando en tantas ros de Yecla. En aquella ocasión lidió ganaocasiones con José Gárate “Limeño II”. do de Yagüe igualmente al lado de Limeño. Lamentablemente no apareció en prensa 11 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. reseña alguna con el resultado del festejo. “Bailaor” fue el toro que el 16 de Limeño y GALLITO, mano a mano / Luis mayo de 1920 segó en Talavera Baeza (antes López Navarro) la vida de Joselito El Gallo. Hacía El primer coso murciano en que actuó 1911 sólo mes y medio que José Gómez fue en La Condomina, el 11 de septiembre 4 DE JUNIO. CARTAGENA. de 1910 en un mano a mano con precisaLimeño y GALLITO, mano a mano / Ortega había pisado por última mente con “Limeño” ante “seis becerros Agüera vez la plaza de toros de Murcia. de Luis Baeza”, antes López Navarro. En Durante la temporada de 1911 actuó en la crónica de El Liberal de Murcia se hados funciones que tuvieron lugar en la anbla del debut de “la cuadrilla de niños setigua plaza de Cartagena. Su presentación villanos que capitanean Limeño II y Gallito en este coso, que gozaba de la consideraIII”, de “la expectación que había entre los el trabajo de Limeño II y Gallito III. Cuando ción de segunda categoría por el importanaficionados por presenciar el trabajo de llegaron al cuarto toro ya pudimos formar te número de festejos que albergaba, tuvo los jóvenes toreros, de los que tanto se ha algún concepto de ellos. Los dos espadas lugar el 4 de junio. De nuevo competían hablado, era grande, y ello hizo que la pla- manejan con soltura el trapo y conocen las Limeño y Gallito III mano a mano, ésta vez za se viera ayer como en aquel otro céle- suertes que en la actualidad se ponen en frente a seis erales de Agüera que también bre debut de las señoritas toreras, en que práctica. Casi todas, mejor o peor, las hi- pasaron por los piqueros. había más de 12.000 personas”, y también cieron, sin que su ejecución merezca una El primero de su lote -segundo de lidia se cuenta que “la corrida de los niños sevi- nota saliente. Dieron algunos pases bue- ordinaria- se llamaba “Lechuguito”, núllanos, última de feria, no ha respondido al nos, de pitón a rabo, en redondo, de moli- mero 16, negro zaíno. En la crónica de El interés que había”. nete, y en la hora suprema son breves”. Liberal de Murcia se explica así la actuaLa presencia del ganado no satisfizo al La exigencia de la crítica con estos aspi- ción del sevillano: “Gallito le da las buenas LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

25


tardes con unos buenos lances de capa”. chez de Carreros al Azuceno de una buena estocada”. “(...) toma cuatro picotazos. Los maestros El 16 de julio con motivo de la festividad “Sexto. Vinatero, número 54, negro, coaplaudidos en la defensa de los de aúpa. (El de la Virgen del Carmen, que siempre había rretón. Salta al callejón tres veces. Gallo toro salta al callejón)”. “(...) Gallito, de verde toros en Cartagena, son repetidos Limeño lo torea con arte. Recibe dos puyazos de y oro, hace una artística y elegante fae- y Gallito que en esta ocasión despachan un Cigarrón y por no bastar es condenado al na, dando un buen pinchazo. Nueva faena encierro de Sánchez de Carreros. Los es- tueste. Tres pares de los de quemapelo, y una un poco ladeada, que hace rodar al padas habían llegado a la ciudad portuaria hacen al bicho entrar en reacción. Gallo toro sin puntilla. (Ovación)”. la víspera en el tren correo. En El Liberal con pases en redondo, de pecho y tirón Su segundo -cuarto de la tarde- “toma se describe el excelente ambiente de to- hace una vistosa y lucida faena. Da una cuatro sangrías pésimas, que el público ros que no deja de sorprender tratándose estocada y descabella al primer intento”. protesta. Los maestros muy aplaudidos de una novillada, pero nos centraremos En séptimo lugar lidió un becerro el bandepor su elegancia toreando. Gallito coge los en lo que se cuenta de las intervenciones rillero “Pacorro”, que fue paseado a hompalos y desde la barrera número 45 le ofre- de Joselito. “Segundo. Portugués, número bros. cen un par de lujo que Joselito acepta de- 26, negro y con bastantes arrobas. Gallito La cuadrilla de niños toreros sevillanos jando los ordinarios. Después de una boni- da unos lances aceptables, que se aplau- no tenían más actuaciones hasta dentro ta preparación deja dos buenísimos pares. den. De Carriles y Cigarrón toma cinco pu- de varios días en la localidad manchega (Palmas). Después hace el hijo de Fernan- yazos, con una caída, estando a los quites de Manzanares. Gallito y Limeño aplazaron do una bonita faena, intercalada con una los matadores. Cambiando el tercio, Gallo su marcha y prolongaron su estancia en la variación grande de pases, sobresaliendo coge los palos y entre los sones de la mú- ciudad portuaria para encargarse de la diuno de pitón a rabo que limrección de lidia de una pia muy bien el lomo del bibecerrada a beneficio cho. Un pinchazo, sin soltar de la Cofradía Marrael sable, otro que el toro esja que se celebraría el cupe, otro, media ladeada, in20 de julio en el coso tenta dos veces el descabello cartagenero. Con lo y al segundo se acuesta. El cual se deduce que el público aplaude la faena del celebérrimo Joselito matador y reconoce las maEl Gallo, siendo todalas condiciones del toro; pero vía novillero, durmió al el hijo de Gabriela se retira a menos durante cuatro la barrera y el público, que le noches seguidas en sigue aplaudiendo, hace que Cartagena aquel mes éste, montera en mano, de de julio de 1911. las gracias”. Así se narró la lidia del tercero del lote de Gallito. (...) 1912 Después de su bautismo de sangre como novillero en Bilbao, Gallito es examinado “Empieza a llover cuando sale En su periplo novipor los doctores en Madrid. Le descubrieron una nueva trayectoria, y su vuelta a los lleril, Joselito estuvo el que ocupa el sexto lugar. El ruedos se retrasó hasta el día en que tomó la alternativa. público empieza a abandonar anunciado una quinsus asientos; el toro no quieta tarde en cosos de re la gente montada, el presidente lo con- sica, deja un buen par de frente. Repite nuestra tierra, pero no pudo comparecer denó al fuego eterno. Los chicos lo hacen con medio y cierra el tercio Magrita con por haber resultado corneado unos días muy mal en el primer par y bien en los res- uno cuarteando. Gallito, también de verde antes en Bilbao en el que fue un tonto bautantes. Gallito, en este manso, se deja de y oro, hace una buena faena. El toro salta tismo de sangre, al ser prendido saltando filigranas para agarrar la mejor estocada al callejón. Repite el diestro los pases en la barrera. Esa actuación que al final no de la tarde”. redondo que le valen palmas. [Ya atisba pudo consumar estaba prevista para el 14 El Liberal abrocha el texto con un resu- como novillero el toreo en redondo que de septiembre de 1912 en la feria de Murcia, men de los aspectos más destacados del estaba en fase embrionaria todavía. Las y al día siguiente tenía programado tomar festejo. “Los toros, excepto el primero, faenas de entonces, además de estar cen- la alternativa en la plaza de Madrid. Con lo mansurrones y con pésimas condiciones. tradas en cuadrar al animal para entrarle cual habría sido la última novillada de su Limeño y Gallito superiores en uno y bien a matar, constaban de pases en línea y de carrera: el cierre de un ciclo. Pero la cogien los restantes (...)”, menciona un total un pitón a otro, pero aún no se practicaba da de Bilbao, que se había producido el día de “22 picotazos (...) y los dos pares de el toreo ligado en redondo como lo cono- 1, le obligó a perder un total de 10 novillaGallito”. cemos hoy en día]. Entra a matar, dejando das -entre las que se encontraba la de esa Este festejo del debut de Joselito como un pinchazo regular que el toro escupe. De hipotética despedida novilleril en La Connovillero en la plaza de Cartagena, también nuevo atiza otro pinchazo, terminando la domina- y también a aplazar la fecha de la tuvo eco en las páginas del diario ABC: suerte con media estocada”. alternativa. Una fecha, la del doctorado, “Los novillos de Agüera, regulares. Sexto, “Cuarto. Se llamaba en la dehesa Azu- que se vería post-puesta en una ocasión fogueado. Gallito no pasó de regular. La ceno, número 18, negro. Carriles entra en más por culpa de la lluvia que arreció sobre entrada, un lleno”. Y también en las del se- suerte dando un puyazo con caída. Al quite la plaza de Madrid el día 27 de septiembre, manario El Toreo: “Los novillos de Agüera Gallito. Los demás piqueros cumplen su cuando se había reprogramado el cartel de fueron mansurrones, siendo fogueado el cometido. Gallito coge los palos, dejando una corrida que anunciaba la doble altersexto. Gallito Chico cumplió en los suyos”. un par aceptable. Un capitalista salta al nativa de Gallito y Limeño. Pero no pudo ruedo, ayudando a Gallito en su tarea. Los ser y finalmente Joselito tomó la alterna16 DE JULIO. CARTAGENA. chicos terminan con el tercio. José Gómez, tiva al día siguiente -28 de septiembre- en Limeño y GALLITO, mano a mano / Sán- Gallo, da muy buenos pases, despachando la Real Maestranza de Sevilla, de manos de 26

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


su hermano Rafael. Después de su bautismo de sangre como novillero en Bilbao, Gallito es examinado por los doctores en Madrid. Le descubrieron una nueva trayectoria, y su vuelta a los ruedos se retrasó hasta el día en que tomó la alternativa. Mientras tanto, en Murcia, la empresa recondujo la programación y, a sabiendas de que iba a ser imposible la comparecencia de Gallito el día 14, tiró de recursos, contrató un encierro de Miura y no dudó en trasladar la fecha del 14 al 15 para poder contar con el diestro Francisco Martín Vázquez, que tan buen ambiente había dejado el domingo anterior. Y remató el cartel del festejo con la inclusión de Bombita Chico.

bien. (Palmas)”. En el tercio de varas de ese sexto, fue derribado su picador Antonio “Medina” con tan mala fortuna de que “sufrió una caída fuerte, lastimándose el bajo vientre golpearse el bajo vientre con la perilla de la silla”, así lo relata Manuel Serrano García Vao. “Con la cuadrilla marchó en el tren, pero tuvo que quedarse en Murcia, acompañado de Antonio Parra”, el administrador de Joselito. “Instalado en el Hotel Universal, fue asistido por el doctor Hernández Ros, quien lo encontró gravísimo”. Falleció al día siguiente, 28, con el siguiente dictamen de los forenses que hacía público la revista Palmas y Pitos: “derrame cerebral, congestión pulmonar e intestinal y fractura de tres costillas”. Joselito y su hermano Rafael enviaron un telegrama al Sr. Parra con un mensaje que da una medida de su categoría: “Dispón entierro, no economices nada; hágase todo lo necesario; díganse sufragios y misas”. La sepultura, verja y lápida que ordenaron construir se puede observar en el cementerio de Nuestro

de Pérez de la Concha cumplió, dado su escaso precio. Machaco estuvo poco afortunado, aunque se le aplaudió algo, por la mucha fama. De Joselito digo lo mismo; estuvo monumental en el primero, sosito en el segundo, y pésimo con la muleta y el estoque en el último”. Tomás Orts en su libro cita el resultado de cómo mató en la primera de feria: “de una atravesada, el segundo; de un pinchazo y una baja, el cuarto; y de tres pinchazos y una estocada, el sexto”.

8 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. Machaquito, Luis Freg y GALLITO / Concha y Sierra Trágico resultó el tercio de varas del primer toro del lote de Joselito, ya que recibió una cornada mortal el picador cartagenero 1913 Ángel Angosto “Loquillo”. “El tercero, de 27 DE ABRIL. CARTAGENA. nombre Bonito, marcado con el 71, berrenBienvenida, Paco Madrid y GALLITO / do en colorado, corniveleto y de buen tipo, Páez (antes Marqués de los Castellones) al ponerle una puya el “Loquillo”, de CartaLa presentación como matador de altergena, fue derribado y corneado por la parte nativa en la Región de Murcia tuvo lugar en escapular derecha, quedando muerto en la plaza de Cartagena, el el acto”, describía Tréve27 de abril de 1913, donde des en Palmas y Pitos. La iban a actuar mano a mano información gráfica deja Rafael González “Machaconstancia de que el inquito” y “Gallito III”. Pero el fortunado piquero quedó cartel se tuvo que recominerte en las patas del caponer ya que el anunciado ballo, fulminado instantáRafael González “Machaneamente. En su primera quito” -que curiosamenfaena, José, hizo de tripas te estaba casado con la corazón y levantó el ánimo cartagenera Ángeles Cledel público a pesar del mal mentson- no podría comcuerpo que se les debió parecer a consecuencia quedar a los espectadodel estado de gravedad en res tras la cogida mortal que se encontraba una de del picador. El cronista sus hijas, y se dio entrada de Palmas y Pitos vuelve a a Manuel Mejías “Bienveniincidir en los claroscuros da” -el Papa Negro- y Paco del joven espada de GelMadrid, que formaron terves: “Superior en el terna con Gallito. cero. En el último, hecho El triunfador de la tarde un maleta”. Por su parte, fue Paco Madrid, que paTomás Orts reseña el reEl picador “Loquillo” bajo el jaco (foto: Palmas y Pitos, el 15 de septiembre de 1913). seó dos orejas. Mientras sultado de las entradas a que Joselito lograría una matar: “Dio al tercero una oreja -sólo reseñada en “Palmas y Pitos”- Padre Jesús, donde descansan los restos estocada en lo alto, después de torearlo del toro de su presentación en ruedos mur- de Antonio Gutiérrez Pajuelo, gaditano de muy bien; y al que cerró plaza, media escianos que para los amantes de la anéc- Arcos de la Frontera. tocada caída”. dota se llamaba “Cristalero”. Sobre esta actuación, Tomás Orts Ramos, en su libro 7 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. “José Gómez Gallito” escribió que “cumplió Machaquito y GALLITO, mano a mano / 1914 bien en los dos toros, sin notas extraor- Pérez de la Concha 13 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. dinarias”. En la crónica del diario ABC se La anécdota de la jornada la protagonizó Rafael “El Gallo”, GALLITO y “Alcalareño” entraba más en detalle, argumentando el aviador francés Leoncio Garnier, que so- (alternativa) / Campos Varela por ejemplo que “Cristalero fue manso en brevoló el cielo de La Condomina cuando Gran expectación previa a la corrida en la varas. Los chicos de Gallito lo parearon y doblaba el último toro de la corrida, terce- que los hermanos Ortega iban a doctorar Joselito hizo una faena inteligente para ro del lote de Joselito, que a esas alturas a su paisano José García “Alcalareño”, que bajar la cabeza y dio dos pinchazos muy estaba poniendo colofón a una tarde en la tan buena racha de triunfos había logrado buenos y una media en lo alto. (Ovación). que había ido gradualmente de mucho más como novillero en Murcia. El cronista Pica (...) El sexto cumplió en varas y fue difícil a mucho menos. La crónica publicada en Pica en el diario El Liberal elogiaba de anen banderillas. Joselito Gómez dio pocos Palmas y Pitos el cronista Trévedes lo re- temano al toricantano recordando: “toda pases y media estocada regular, entrando lataba de la siguiente manera: “El ganado la salsa torera que nos ha dado a conocer LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

27


Joselito se adorna viendo morir “a uno de los toros que lidió magistralmente”, como decía el pie de foto en el semanario Mundo Gráfico (Foto: Acosta. Mundo Gráfico, el 23 de septiembre de 1914).

varias veces en esta plaza” y “al que el público murciano tanta simpatía tiene”. Se organizaron trenes especiales desde Lorca, Cartagena, Alicante y hasta Albacete. El cronista -sin temor a exagerar- tenía la sensación de que se iba a llenar la plaza: “Murcia entera acudirá hoy a la plaza”. Por suerte no se cumplió el refrán que dice eso de corrida de expectación, corrida de decepción, y al final resultó ser “una de las mejores corridas que aquí se recuerdan”. Incluso al día siguiente se homenajeó a “Alcalareño” con un banquete en el hotel Amat “por el brillante éxito” en la tarde de su doctorado. En el toro de la alternativa Joselito se hace presente en el primer tercio, metiendo y sacando al toro del caballo, e incluso -según afirma el cronista de El Liberal“Joselito quita y rasca el testuz al enemigo (Ovación)”. En la ceremonia de la alternativa no hay abrazo y “Joselito choca sus manos con el doctorado”, que vestido de salmón y oro pasea el rabo del toro de su alternativa (“número 11, cárdeno, ensabanao”). En el segundo de la tarde no es Rafael, sino José quien interviene ésta vez frente a un “cárdeno oscuro, lucero, largo y con 28

kilos. Joselito lo lancea bien, oyendo palmas”. (...) “Joselito que lleva terno plomo y metal oro, retira la gente, quedando solo Camtimplas -que ha lidiado en banderillas- arreglando el camino. El menor de la Gallera lo busca muy bien, dando el primer pase ayudado, otro de rodillas, redondo, ¡el delirio! La música toca; Joselito toca los pitones y ovacionándosele; sigue la música; sigue el público ovacionando al rey del toreo. Gallito arrodillase, toca el testuz, coge los pitones y pasa la muleta por alto de los cuernos, teniendo estos cogidos. Sigue con su vasto repertorio, alegrando al público. A la terminación de algunos pases, mira hacia el público, que ebrio de entusiasmo, rómpese las manos aplaudiendo. ¡Qué es esto, qué es esto, me digo yo mismo, que tantas veces lo he visto! Cuando el auditorio está ronco de aclamarle, juega tranquilamente con los palos que la res tiene sobre el morrillo. Después pincha y descabella a pulso. (Ovación y oreja). De Sevilla recibo un telefonema que dice: La Giralda echó al vuelo sus campanas. El público pregunta qué es esa novedad y la Torre del Oro comunica que desde su torreón se oye la ovación dada al menor de los Gómez”. (...)

“En un palco hay un letrero que dice: “Cartagena. Joselito rey de los toreros”. Tercero y cuarto los despacha Rafael El Gallo, que en su segundo: “el cofre lo abre por completo”. Cómo habría estado ese hombre, que “sigue la ovación a Rafael cuando el quinto está en la arena” (...) “Joselito hace una faena bonita, artística, elegante, tocando los pitones de su enemigo. Sigue siempre torerazo y cerca para dar un pinchazo, buscando el hombrecito su ventaja. Da otro pase de rodillas, dos de tirón y entra para enterrar el acero en el morrillo”. En la crónica del diario ABC se hace mención a lo bien que estuvo aquella tarde Joselito en Murcia: “Segundo. Negro zaíno. Joselito veroniquea y es aplaudido (...). Joselito hace una de esas faenas suyas, para obligar a los toros mansos, metiéndose entre los pitones y entusiasmando al público. Coloca medio estoque superiormente y descabella. (Ovación estruendosa y oreja). (...) Quinto. Joselito, lanceando superiormente, pone fin a la ovación de su hermano, que es de las mayores que se han tributado en esta plaza. (...) Joselito, cuando sale a matar, le encuentra reservón, y hace una faena entre los pitones para desenga-

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


ñar al animal. Un pinchazo, quedándosele el toro. Segunda faena, bonita y lucida, y una gran estocada, que mata sin puntilla. (Ovación). (...) La corrida ha sido de las mejores que aquí se recuerdan”. Es curioso que sólo en la crónica publicada en la revista La Lidia se hicieran eco del balance numérico total de la actuación de Joselito. “Los toros de Gregorio Campos cumplieron. (...) Joselito, colosal toda la tarde, y en sus dos toros cortó tres orejas”. 1915 4 DE ABRIL. MURCIA. GALLITO, Juan Belmonte y José García “Alcalareño” / Vicente Martínez Por primera vez la afición murciana tiene ocasión de ver juntos en la arena a Joselito y Belmonte. En la crónica del diario ABC se cuenta que “los trenes han llegado atestados de aficionados; en la plaza hay buena entrada. Rompe plaza Lumbrero, berrendo en castaño y hermoso de tipo; Joselito lancea ceñido. El toro, que es bravo, toma cinco varas, derribando en cuatro ocasiones. (...) Joselito hace una buena faena de muleta, intercalando pases de pecho y rodilla colosales; a la hora de matar receta una estocada atravesada.(...). Cuarto. Berrendo en negro. Sale corretón; toma tres varas con poco poder. (...) Joselito hace una faena inteligente y breve y da una estocada desprendida”.

nica de ABC resaltaba que hasta “estuvo confiado”. Pero en este mismo diario se cuenta que frente al quinto, que “toma siete varas con poder, Joselito -en el toro que correspondía a su hermano-, superiorísimo en quites. A petición del público parea Joselito, y deja de frente un par superior”, pero cuando Rafael salió del burladero con la muleta y el estoque dio paso a su archiconocida espantá -la clásica espantá de el Gallo-: estuvo “desconfiadísimo, tirándose al callejón” e incluso cuando entró a matar “arrecian las protestas”. A pesar de que la corrida no estaba dando facilidades, de su faena al cuarto se escribía en ABC: “Joselito hace una faena que no luce por las malas condiciones del toro y mata de una estocada atravesada”. Pero después del sainete de su hermano mayor, “Joselito, por contentar al público, hace cuanto puede. Coge los palos y deja un buen par. El público pide que banderillee Rafael; Joselito le ofrece un par, y aquel se niega. El público le grita, y entonces Rafael toma los palos como para complacer y los coloca a la media vuelta. (Pitos). Joselito empieza la faena entre los pitones, dando pases muy buenos; da media estocada tendida; la faena se hace pesada; acaba con una estocada algo tendida también”. Y hasta ahí llegó la historia de la corrida. 8 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. GALLITO, Curro Posada, Saleri y José García “Alcalareño” / Antonio Pérez Tabernero Corrida de ocho toros, pasada por agua, con lluvia intermitente y un par de ejemplares de Pérez Tabernero fogueados. Ninguno de los cuales correspondió a

5 DE AGOSTO. CARTAGENA Rafael “El Gallo” y GALLITO, mano a mano / Duque de Tovar Mano a mano fraternal entre Rafael y José Gómez Ortega en la plaza de toros de Cartagena. Rafael, el hermano mayor, esa tarde fue de más a menos en su fuelle. Y al final tuvo que ser rescatado del naufragio por su hermano pequeño, que le echó un capote a modo de salvavidas cuando más arreciaban las protestas contra la actitud del mayor de los “Gallo”. Cierto es que el encierro del Duque de Tovar no dio excesivas facilidades a los toreros. Y resulta que Rafael, parecía haber salido al ruedo cartagenero con decisión y ganas, a tenor de lo escrito en la crónica publicada en Toros y Toreros, donde se hablaba de que “estuvo mal con el estoque en los tres toros, aunque toreando hizo cosas de su marca”. La cróJoselito, en la plaza de Cartagena. 23 de julio de 1916. LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

Joselito. Las crónicas de ABC y La Lidia describían la primera actuación del sevillano como “una labor artística y valiente” y como “una faena inteligente y vistosa”, respectivamente. Acabó el trasteo de “media buena y repite con una entera en lo alto”. Gallito encabezaba el cartel. Por tanto en segundo turno lidió al quinto, que recibió “tres puyazos por otros tantos arres fuera de combate”. La crítica vuelve a deshacerse en elogios. Así si en ABC se habla de “una faena fenomenal” y en La Lidia de “una faena adornada”. Entra a matar al “volapié, dando una gran estocada. Después se agarra a un pitón y da dos o tres pases. Descabella y se le concede una oreja”, termina diciendo el cronista para La Lidia. 1916 23 DE JULIO. CARTAGENA. Manuel Mejías “Bienvenida”, Rodolfo Gaona y GALLITO / Moreno Santamaría Joselito se explayó con su primero y tuvo que abreviar con el segundo de su lote, con el que hizo la suerte del cachetero, atronando él mismo con la puntilla. En la crónica publicada en Toros y Toreros se ponía por delante el comportamiento del ganado. “Los toros no respondieron en cuanto a presentación y bravura, resultando algunos imposibles para todo lucimiento. (...) Gallito supo aprovechar las condiciones de su primer toro. ¡Qué manera de adornarse en los quites, qué arte y qué elegancia con el capote y las banderillas! Con la muleta, no hay frase con qué describir tan colosal faena. Fue una faena como hace muchos años no se había visto en esta; hubo naturales, de pecho, molinetes de rodillas, cogiendo los pitones y pegando al bruto en la cara y, por si fuera poco, hasta con un sombrero hizo monerías. Despachó al animal de una superior estocada, cayendo sin puntilla. (Magna ovación, varias vueltas, la oreja, prendas de vestir y abrazos de varios entusiastas). En el otro bicho estuvo breve con la muleta, mandándolo al desolladero de dos estocadas y descabellando con la puntilla. En quites rivalizaron los tres espadas, escuchando grandes aplausos”. El cronista de ABC prácticamente coincide en todo, aunque lo describe con otras palabras. “Gallito, después de lancear, hace un quite primoroso. 29


Pide el público que banderillee Gallito, y éste, después de una artística preparación, coloca un gran par de frente. Muletea solo, entre los pitones, lucido, valiente, arrancando ovaciones estruendosas. Entra bien y pincha en hueso, y luego da una estocada superior, de la que sale el toro rodado. (Ovación y oreja). El sexto es manso. Joselito encuentra al toro huido; hace una faena inteligente para recogerlo, da luego media estocada, también mala, y descabella”.

En el turno de Saleri II resultó herido un espectador al saltar el estoque al tendido cuando intentaba descabellar. Gallito estuvo por encima del segundo de su lote, al que incluso banderilleó, aunque no redondeó el triunfo por el uso de los aceros. “Quinto. ‘Bolatero’, 31, jabonero, bonito, cortito, con kilos y bien puesto. (...) El Trueno moja bien dos veces y pierde la cabalgadura. Catalino entra en turno dejando un pedazo de palo sobre el pobre animal. Quiere repetir y el público le abronca. Después deja otro puyazo y cambio de tercio. El niño de la Alameda coge los palos. La música ejecuta el pasodoble de “Gallo”, y Joselito, después de una bonita preparación, deja un par alegrando a la res. Repite con otro de frente y cierra con otro colosal, a toro parado, levantando muy bien los brazos. El menor de los Gallos es ovacionado. Gallito emplea

de Joselito en Murcia la crónica del diario ABC: “Lleno completo. Los toros de Trespalacios cumplieron. Joselito hizo en el segundo una faena muy valiente, casi toda de rodillas y, entrando en corto, dio una estocada, de la que rodó el toro sin puntilla. (Ovación y oreja). En el quinto, que salió manso, y se defendió en tablas, hizo una faena de maestro, apoderándose del toro. Dos medias estocadas y descabello. Banderilleó con gran lucimiento”.

8 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. 1917 “Cocherito de Bilbao”, GALLITO y “Saleri Las temporadas de 1915, 1916 y 1917 JoseII” / Trespalacios lito superó el centenar de festejos toreaJuan Belmonte se había visto obligado dos por temporada. Pero, curiosamente, a cortar la temporada mediado el mes de en la de 1917 no tuvo presencia ninguna en agosto. Su última actuación de esa temcosos de nuestra región. Fue la única temporada había sido el 14 de agosto en San porada desde la de 1910 hasta la desgraciaSebastián justamente en un mano da de 1920, en que no compareció. a mano con Joselito. Las empresas de todas las ferias que tenía contratadas el “Pasmo de Triana” tuvieron 1918 que recomponer los carteles. En 8 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. Murcia su vacante se suplió danGALLITO, “Saleri” y Diego Mazdo entrada al espada vasco Cástor quiarán “Fortuna” / Vicente MartíJaureguibeitia “Cocherito de Bilnez bao”. Justo el día en que se cumplían El cronista Pica Pica en El Liberal dos años después de su última acmuestra con todo lujo de detalles tuación en ruedos murcianos en lo sucedido en el ruedo aquel 8 de aquel ya lejano 1916, Joselito regreseptiembre con “entrada superiorísaba a La Condomina, de nuevo en sima” y “calor asfixiante”. Sobre la la festividad del día 8 de septiemprimera faena de Gallito escribía: bre. El resumen de los hechos lo “Segundo. `Trajinero`, negro salpicuenta en su crónica el diario ABC: cado, con muchas arrobas, bien “Primera corrida de feria. La afluenpuesto de pitones y con poder. cia de forasteros es extraordinaria. Gallito le da las buenas tardes con Joselito lancea por verónicas al priunas verónicas muy aplaudidas y mer bicho. (Palmas). En quites se termina abaniqueando al animal, hace aplaudir nuevamente. Faena que se asfixia. (Ovación). El toro de muleta desde cerca y ceñido. sale bravo. Con poder se arranPinchazo alto. Otro mal señalado. ca el de Trespalacios a Gamero, Estocada, yéndose. (Pitos). (...) JoGallito, en una verónica de manos altas el 8 de septiembre de selito se adorna al lancear al cuarto agarrando éste un buen puyazo. 1918 en La Condomin (Foto: Piqueras, publicada el 16 de septiem- bicho. Luego cuartea un par y pone Carriles moja dos veces. Gallito y bre en La Lidia). Saleri II son aplaudidos en quites. otro de frente. (Palmas). Faena vaEn la arena queda un penco. Canliente y adornada. Media llevando la timplas y Almendro, después de cambiar una faena de inteligencia hasta conseguir mano alta”. de tercio colocan tres pares, buenos los con su inmenso saber apoderarse del toro, del primero. El toro se colaba y quedaba tocándole entonces los pitones, poniendo que era un primor. Gallito viste de grosella la mano sobre el testuz, y el animal em1919 y oro cumple con el presidente. Con aire bobado hace lo que el gran maestro le or7 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. marcial, busca a su contrario. Torea con dena. El toro apencado a las tablas y con GALLITO, Juan Belmonte y José Flores la derecha y el torito no quiere pasar; to- nobleza grande deja que Gallito le rasque “Camará” / Antonio Flores rea muy cerca y a la terminación de algu- la cara y toque sus defensas. (Ovación proA Joselito le gustaba torear en Murcia nos pases toca el testuz de su enemigo. longada). Gallito en esa forma el toro, entra en el día grande de la feria: el 8 de sepEl público, enloquecido, le ovaciona su a matar dejando media. Saca el estoque, tiembre. Esa era una fecha reservada a gran faena, resultando grandiosa la labor intenta quitar a éste un poco de curva y el los espadas con mejor cartel, y de alguna del verdadero astro del toreo. Continúa acero se quiebra. Donde más pesan los to- manera una forma de evidenciar la fuerza consintiendo al toro con el cuerpo, bus- ros es en las puertas de los toriles entra a que se tenía sobre los restantes compañecándole con las dos rodillas en tierra. El matar nuevamente colocando otra media. ros del escalafón. Y en consecuencia los auditorio de pie le aclama. Entre a matar Después descabella. (Palmas).”. tendidos registraban unas entradas “supeen los medios y coloca una estocada que Coincidente en las valoraciones gene- riorísimas”, como decían los revisteros de el toro rueda sin puntilla. (Ovación, oreja y rales, aunque más escuetas y concisas, la época. Por tanto no es baladí que Gallito vuelta al ruedo). eran las líneas que dedicaba a la actuación toreara el “día 8” en las ferias de los años 30

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


1913, 1915, 1916, 1918 y 1919. Y que además Camará, suelta un par de coces y sale de tórico, que lo es, sino que es un auténtico hiciera doblete en 1913 y 1919, asegurándo- estampía. Entonces vemos a Joselito hacer icono de la Edad de Oro del Toreo. se dos actuaciones: el día de la víspera y el todo cuanto él sabe porque el toro cumpla, Aunque en muchísimas ocasiones se ha día grande de la Virgen. cosa que él solo consigue. (No tendrá queja aludido erróneamente y sin maldad a la feÉsta de 1919 iba a ser además la última el Sr. Flores -ganadero- del comportamien- cha -muchos autores citan el 6 de abril de feria de Murcia -por causa de fuerza ma- to de Joselito) (...)”. 1920- e incluso a la plaza donde fue realizayor- en que actuaría el menor de los Gallo. da -hay quien la atribuye a la Monumental De su triunfo en la primera tarde se hacía 8 DE SEPTIEMBRE. MURCIA. de Sevilla-, José y Juan posan en uno de los eco la crónica del diario ABC. “La entrada, GALLITO, Juan Belmonte y José Flores entreactos de aquella corrida celebrada en un lleno. Primero. ‘Calcetero’, negro. Jose- “Camará” / Samuel Hermanos Murcia el 8 de septiembre de 1919. Tal vez lito veroniquea movido. En quites, destaA aquella tarde corresponde una foto- sería durante el tiempo que hoy reservamos ca Belmonte. El toro, muy bravo. Joselito grafía tan celebérrima, tan archi-conoci- para la tradicional merienda en nuestra plada pases por alto, en redondo, de pecho y dísima, tan monumental, como la que fue za. Es una estampa que ambos llenan de molinetes. Coge un pitón una torería que abarca una y se arrodilla. Está muy dimensión extraterrenal cerca y muy valiente. Es-no olviden que estamos tocada honda. (Ovación y refiriéndonos a dos dioses oreja). (...) Cuarto. ‘Corradel toreo-, y nos permite lero’. Negro entrepelado. atisbar tantas diferencias Joselito lo recoge con entre ambos que nos da unos capotazos eficaces. una muestra de la persoJoselito clava dos pares nalidad tan abismal que de frente superiores y les separaba, aunque lueuno colosal de dentro a go fueran a la vez toreros fuera. (Ovación). Joselito tan complementarios. da unos cuantos muleSi nos fijamos detenidatazos de castigo, luego mente sólo coinciden en se arrodilla y se adorna. que van vestidos de tore(Ovación). Estocada bien ros y en que están apoyapuesta. (Ovación y oreja)”. dos en la barrera. En todo El cronista de La Lidia lo demás hay un mundo -que firmó como Jam- vio de por medio. Les invito la actuación de Joselito en a observar conmigo como esta primera de feria como si buscáramos las ¿siereproducimos en el site diferencias? ¿ocho tal guiente extracto. “Primevez? No dudo que alguien ro, negro. Joselito le torea de ustedes encontrará inpor verónicas, siendo ovacluso alguna más. cionado. Mansurroneando Joselito el Gallo, a la iztoma las de reglamento y quierda; y Juan Belmonlos matadores se lucen en te, a la derecha. José quites. Bien banderilleado posa de frente, Juan, pasa a manos de Joselide perfil. José apoya la Joselito y Juan Belmonte, en la plaza de toros de Murcia el 8 de septiembre de 1919, to que ejecuta una gran aunque en muchas ocasiones se ha aludido erróneamente a la fecha e incluso a la plaza pierna derecha en el esfaena con pases de todas tribo, Juan tiene las dos donde fue realizada. las marcas. Entrando muy sobre la arena. Aunque bien da una estocada un los dos apoyan el brazo poquitín caída que basta. (Ovación y oreja)”. sobre la contera de la barrera, el de José (...) “Cuarto, negro zaíno. No tiene nada de está flexionado, y el de Juan, estirado. Los bravo, Joselito le torea por verónicas conhombros de José están uno más elevado siguiendo recogerlo. (Ovación.) Con cuatro que el otro, mientras Juan los mantiene varas cambiándole de tercio en dos de ellas, ambos a la misma altura en un difícil gestres caídas y dos caballos muertos pasamos to de naturalidad y equilibrio. El capote de José Gómez Ortega pasó a la a otra cosa. Los de los rehiletes cumplen. historia del toreo como “Joselito” José descansa sobre el antebrazo izquierJoselito se encuentra con un manso que do, el de Juan lo hace sobre la barrera. El o como “Gallito” y también como tira muchas cornadas. Joselito sólo le da traje y el corbatín de José son oscuros; los “Joselito el Gallo”, pero en sus seis pases a cual mejor, y con una estocada que viste Juan son claros. ¿Se han fijado comienzos se anunció en los ladeada le tumba para siempre. (Ovación.)”. en la montera? José lleva la lleva calada y Durante la lidia del sexto toro, que corresla de Juan ni aparece en la foto. carteles como “Gallito III” pondía a Camará, ante las dificultades que Esa tarde del 8 de septiembre de 1919 planteó en el tercio de varas, Joselito ejerpaso a la posteridad -por los siglos de los ció lícitamente la función de director de lisiglos, amén- gracias a esa foto. Pero no dia y colaboró con el espada más joven de sólo quedó en eso, en la foto, sino que la terna. “Sexto, castaño, basto y feo. Tiene tomada con Joselito y Belmonte apoyados también hubo molla y argumentos en el toda la estampa de un buey de carreta” (...) sobre la barrera de La Condomina. Esa ins- ruedo. Así lo desarrolla la crónica publica“en la primera verónica que intenta darle tantánea no es que sea un documento his- da también por Jam en La Lidia: “Para esta LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

31


corrida había una expectatal y como estaba planeado. ción enorme por presenciar En ocasiones esos traslados las faenas de Joselito, Belestaban repletos de anécdomonte y Camará con los seis tas -venturas y desventuras-. toros que para el debut de A la finalización de su actuaganadería habían mandado ción en Yecla perdió el tren y los Sres. Samuel Hermanos. le trasladaron en coche hasta El ganado era un poquitín Almansa, donde alcanzaría terciado, pero gordos, finos, el tren correo con destino a bonitos y muy bien puestos Valencia. Años más tarde lo de cabeza; una corrida de recordaba Don Justo en la casta de verdad. (...) Con revista El Ruedo del 13 de feun lleno como no se había brero de 1947: “Ocupábamos conocido otro hace treinta el coche, además de Joseliaños, empieza la fiesta. Al to, Flores, el banderillero de salir las cuadrillas son ovaéste ‘Rufaíto’, el mozo de escionados José y Juan, que padas Paco Botas y el que estienen que saludar montera tas líneas suscribe. Cuando en mano y suenan pitos para el coche llevaba recorridos Camará. Primero. Montador, varios kilómetros, una de las negro entrepelado, número ruedas sufrió un pinchazo, y 4. El toro es bravo. Joselito el conductor se dispuso a retorea por verónicas artístiparar la avería. Mientras esto co y elegante. (Ovación). El sucedía, todos nos bajamos tercio de varas se compone del automóvil. Joselito, ante de cinco por cuatro caídas y el asombro de todos, con un un caballo difunto. Los maligero gabancillo negro, se tadores colosales en quites. puso a torear de ‘salón’, en (Grandes ovaciones). Joseplena carretera. Cartel de Joselito el Gallo, collage elaborado por la “Peña Taurina Yeclana”. lito realiza con este toro una - Pero José, ¿es que no está de las faenas más grandes cansado con las corridas que que le hemos visto en esta plaza, y cuando llevas despachadas este año? Le pregunse harta de torearlo lía, y entrando mejor tamos. que de costumbre, suelta un volapié estuY sin interrumpir la serie de verónicas pendo (Ovación y oreja). (...) Cuarto. Baraque estaba ejecutando ante un toro imagitero, número 30, castaño. Hace salida de nario, agregó: Joselito, junto a Belmonte, toro bravo. Joselito le sale al encuentro y - Y para que os enteréis ustedes que tamcon arte y finura y templando y mandanbién soy un torero nocturno. protagonizó la Edad de Oro del do como los cánones ordenan, le da siete Toreo, abrieron nuevos verónicas monumentales y termina con Otra curiosidad de este festejo es que horizontes para la Tauromaquia pasó completamente desapercibido tanmedia colosal. (Gran ovación). (...) Josey marcando el devenir de los lito al quitar en la cuarta vara se echó el to para la prensa local como para la prencapote a la espalda y nos obsequió con un sa nacional. Sí apareció una nota en tono tiempos con grandes galleo, lance que hacía muchísimos años de queja en la publicación madrileña “The aportaciones que cambiaron no habíamos visto ejecutar. (...) El tercio Times”, el 12 de octubre, titulada: “La coel rumbo de la Fiesta de quites ha sido precioso, pues los tres rrida de Yecla se ha perdido”; y justificaba matadores han realizado cuantas filigracon un “esta corrida no se ha publicado en nas han querido. Joselito al quitar en la la prensa madrileña”, aunque no aportaba cuarta vara se echó el capote a la espalda Joselito fue un avanzado a su tiempo en ningún dato más salvo la composición del y nos obsequió con un galleo (...) Joselito muchas cosas, pero sin duda en la planifi- cartel y el hecho de que los toros de Benjutoma las banderillas, y después de jugar cación de las temporadas optimizando ru- mea “fueron muertos a estoque”. Rescata con el bicho cuanto quiere y preparárselo tas y estancias. Al mismo tiempo, defendía este recorte de prensa Alfonso Hernández a su gusto le clava tres monumentales pa- que todos los públicos tenían derecho a Cutillas en su magnífico libro “Memoria res que le vale cada uno una ovación. Pide disfrutar de su arte. Uniendo esas dos mo- Taurina de Yecla”, donde al mismo tiempo permiso y coloca otro par apretando de tivaciones, accedió a torear en Yecla como hace público un comentario que había ido veras. (Nueva ovación). Joselito empieza matador de alternativa -ya conocía la plaza pasando de boca a boca entre las distintas la faena con un pase cambiado superior; porque en ella había toreado cuando toda- generaciones de aficionados yeclanos al continúa con dos naturales colosales y vía era novillero en una ocasión-. Esta vez respecto de que Gallito no se presentó en uno de pecho superior (...). Iguala y entra lo hizo como puente a su actuación del día la plaza a la hora de comienzo de la corrida, a matar quedándosele el toro y resultando 3 de octubre en Úbeda (Jaén) y la del día 5 al parecer porque no le habían sido satisun buen pinchazo. Más pases y una buena en la plaza de Valencia, por lo que recaló en fechos los honorarios en tiempo y forma estocada. (Gran ovación)”. Yecla para actuar el 2 de octubre y así de pactados. La intervención de un industrial paso contentar a los aficionados de la co- yeclano y amigo del diestro, llamado Pas2 DE OCTUBRE. YECLA. marca del Altiplano con la presencia de un cual García, que se comprometió a tenerle Isidoro Martí “Flores”, GALLITO y “Mano- figurón histórico como él. preparado el dinero al finalizar la corrida, y lete II” / Benjumea Pero en los viajes no todo salía siempre así consiguió que Joselito actuara aquella 32

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


tarde en la plaza de Yecla. Enlazada esta anécdota con la anterior, bien podría entenderse que el festejo comenzara con bastante retraso y que todo eso conllevara la consiguiente pérdida del tren que citaba “Don Justo” y nosotros reproducíamos en el párrafo anterior. 1920 6 DE ABRIL. MURCIA. JOSELITO, Juan Belmonte y Sánchez Mejías / Saltillo (propiedad de Félix Moreno) Cuando José Gómez Ortega era paseado a hombros en loor de multitudes después de uno de sus mayores triunfos en la plaza de toros de Murcia, y su figura se perdía en el horizonte atravesando el umbral del triunfo, quedaba sobre el ruedo de La Condomina la estela de un astro irrepetible que desgraciadamente ya no volvería jamás a pisar los ruedos de nuestra tierra. La muerte siempre está al acecho. Los toreros y los aficionados lo sabemos muy bien. Pero por mucho que seamos conscientes de ello, ¿quién iba a imaginar que “Bailaor” le iba a segar la vida en Talavera unas semanas más tarde? El gran periodista Paco Aguado en su obra maestra “Joselito, el rey de los toreros”, rescata una anécdota que sucede la noche de antes de ese festejo, durante el viaje en tren que compartieron el propio José y su cuñado Ignacio Sánchez Mejías desde Madrid -donde habían toreado juntos el día anterior la Corrida de Beneficencia- con destino a esta corrida en Murcia. “Tuvieron toda la noche para hablar de sus cosas e Ignacio aprovechó para consultarle al maestro algunas dudas técnicas, preocupado especialmente en encontrar los motivos de sus reiterados fallos con la espada: - ‘Porque empujas con el cuerpo, sin despegar el brazo’, le explicó Gallito. - ‘O sea, que llevas cincuenta corridas viéndome hacer el ridículo y hasta hoy no me dices el porqué’. - ‘Es que hasta hoy no me lo habías preguntado’ “. Tomás Orts resume en su libro la apoteósica actuación de Gallito diciendo que: “el 6 de abril toreó en Murcia, y con un toro fogueado de Saltillo realizó una monumental faena”. En el diario ABC le atribuyeron orejas y dos rabos como premio a su labor. Aunque por proximidad, cercanía y acertados comentarios reproducimos la crónica que firmaban P.P. y W. en El Liberal que es sin duda un valiosísimo testimonio de lo sucedido aquella tarde postrera y triunfal: “Toro primero. Número 18, ‘Dudoso’, negro bragao. De salida, Joselito lo lancea por ve-

rónicas. (Aplausos). A la salida de una vara, Joselito lo lancea con filigranas. Luego Belmonte, arrodillándose. (Palmas a ambos). Mejías en otro quite, se hace aplaudir. La gente se ve que quiere agradar. El toro es bravo y noble. Tomó cuatro puyazos por ningún caballo. A instancias del público coge los palos Joselito, clavando uno un poco desigual. Prepara de nuevo y clava uno de frente superior. (Palmas). Con todo arte cartea el último, hermano de los anteriores, admirable. (Palmas). Cambiada la suerte, lo muletea con ayudados, por bajo y cambia de muleta. Sigue con pases de pitón a pitón. Se hace con el bicho, se arrodilla, coge los cuernos y obliga al toro a tomar la muleta. Se perfila y entra con una estocada muy buena en lo alto que cae el bicho hecho una pelota. (Ovación y oreja)”. “Cuarto toro. Número 69, ‘Grañito’, negro zaino. (El banderillero Rodas ha resultado con un fuerte varetazo en la cadera derecha). Joselito lancea con su elegancia peculiar, alegrando la fiesta. El bicho al

tomar un puyazo, se naja y queda burlado el varilarguero. Pero a un descuido, se cuela el toro con otro piquero y mata al jaco, sin recibir ninguna caricia. El torito se las trae. Y está visto, que ‘Grañito’ no quiere nada con los lanceros. Mas ¡ay! que al fin, por distracción, toma un picotazo, y arrea haciendo fú. Y, claro, el presidente, muy bien hecho, condena al “tuesten” al bichejo. Cantimplas y Cuco cogen las de fuego, y la pirotecnia produce el encanto de los niños y militares sin graduación. Al segundo par, salta al callejón y anima un poco la lidia este incidente, que ya se iba haciendo lánguida. Tostado ya el animal, lo toma Joselito con el “fuera gente”. Él solito, al hilo de las tablas y sentándose en el estribo después, le da un soberbio pase ayudado y otro de pecho de ¡olé! Uno con la izquierda, colosal, de esos de cabeza a rabo que es el delirio. Con la izquierda y derecha, da varios pases naturales de ¡olé!, cogiéndose al a cola. (Ovación constante). A la vuelta de un pase sale trompicado; se perfila, entra bien y señala y buen pinchazo, que

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

escupe el toro. Más pases para igualar, y entra con una hasta la bola que hace polvo al bicho. (Oreja y rabo. Ovación)”. Ya se estaba anunciando en el texto la lidia del quinto, pero la ovación es eterna para José y tiene que cumplimentar al respetable desde los medios: “Quinto toro. (Siguen las palmas a José, quien sale a los medios a saludar al público)”. José no se ausenta de la lidia y en el tercio de varas se hace presente en el ruedo. “José lleva el toro al terreno y el bicho toma otro picotazo, muy bueno”. En el que cierra plaza, que correspondía a Sánchez Mejías, se manifiesta José con más actividad incluso. “Joselito alterna en los quites. (...) El público pide que palitroqueen los maestros y Mejías coge los palos y le ofrece un par a Joselito. Ambos juguetean con el bicho, preparándose la suerte. (Palmas). Mejías entra y pone un par un poco abierto. Joselito pone uno cuarteando, colosal. [Al parecer el toro no era fácil de banderillear y pone a prueba a Mejías en el último par] Al hilo de las tablas intenta Mejías colocar el tercero y desiste. Y vuelve de dentro a fuera, con uno bueno”. Al término de la crónica, el cronista de El Liberal lanzaba una noticia sobre la posibilidad de que Joselito toreara en solitario una corrida en Murcia. “Una corrida para Joselito, solo. Sabemos muy fidedignamente que los organizadores de las corrida de estas Fiestas, han pedido a Joselito una fecha para que él solo mate seis toros. Joselito ha aplazado la respuesta hasta consultar con su apoderado. ¡Bien, empresarios valientes! ¡Así se levanta la afición taurina y se acredita una plaza!”. Si en su día esa noticia dibujaba un interrogante imaginario en el aire, ahora, pasado el tiempo, cae con un balanceo marchito como el de las hojas secas en otoño. ¡Viva Joselito, Rey de los toreros! Bibliografía consultada Diario ABC Diario El Liberal de Murcia Joselito, el rey de los toreros; de Paco Aguado. Joselito el “Gallo”: Su vida, su arte, su muerte; de Tomas Orts Ramos, “Uno al sesgo”. José Gómez Gallito; de Tomas Orts Ramos, “Uno al sesgo”. La fiesta prohibida; autor: Manuel Hernández (http://lafiestaprohibida.blogspot. com) Memoria Taurina de Yecla; de Alfonso Hernández Cutillas Semanarios: Arte Taurino, Palmas y Pitos, Mundo Gráfico, La Lidia y El Ruedo 33


Luces y sombras en un tapiz centenario (Joselito El Gallo, 1895-1920) SOREN PEÑALVER

A Antonio Parra Pujante, taurófilo, y amigo avant la lettre

“Aquel año de 1914 comenzó mi rivalidad con Joselito o, mejor dicho, comenzó la rivalidad entre gallistas y belmontistas… El público y las empresas se obstinaban en colocarnos frente a frente, queriendo a todo trance establecer un paralelo a mi juicio imposible. En aquel tiempo, Joselito era un rival temible; su pujante juventud no había sentido aún la rémora de ningún fracaso; las circunstancias providenciales, que le había hecho llegar gozoso, casi sin sentir y como jugando, al máximo triunfo, le hacía ser un niño grande, voluntarioso y mimado, que se jugaba la vida elegantemente y tenía ante los demás mortales, una actitud naturalmente altiva, como de un dios joven. En la plaza le movía la legítima vanidad de ser siempre el primero, y para conseguirlo se daba todo él a la faena, con una generosidad y una gallardía pocas veces superadas. Frente a él yo tomaba fatalmente la apariencia de un simple mortal, que para trinfar ha de hacer un esfuerzo patético. Creo que esta era la sensación que uno y otro producíamos… La petu-

Joselito el Gallo.

La realidad de la rivalidad entre seguidores entusiastas de Joselito y Juan Belmonte era que los estilos de ambos se atrajeron, se tocaron y comprendieron

34

muerto todavía joven en el exilio, proyecta claridad sobre un manido tópico: la rivalidad entre Joselito y Belmonte, las dos grandes figuras antagónicas y lo mismo complementarias en el arte del toreo, durante la segunda década del convulso siglo XX. Y, ciertamente, la rivalidad entre seguidores entusiastas de los dos diestros, auténticos Capuletos y Montescos shakesperianos (es decir, Gallistas y Belmontistas), la realidad era que los estilos de ambos se atrajeron, se tocaron y comprendieron; se aliaron sin fundirse, el apasionamiento de Belmonte (y su complejidad) y la elegancia y racionalidad de Joselito. Podemos afirmar que entre Joselito y Belmonte existió una suerte de simbiosis –visceral y espiritual- que duraría más allá de la muerte del primero, aquella aciaga tarde del 16 de mayo de 1920 (apenas ocho días antes había celebrado su vigesimoquinto cumpleaños). Durante un tiempo, ausente Belmonte a causa de una gira de corridas por América, a Joselito le escasearon los éxitos. Siempre siguiendo a Chaves

lancia juvenil de aquel hombre mimado por la fortuna y mi enconado anhelo de triunfo fueron cediendo al paso de una entrañable solidaridad de hombre, unidos por el riesgo y el esfuerzo comunes. Uno de los capítulos más emocionantes de mi vida es el de mi intimidad con Joselito en sus últimos años”. La voz emocionante y generosa de Juan Belmonte, El Pasmo de Triana, a través de la hermosa y precisa prosa de un gran periodista, Manuel Chaves Nogales (Sevilla, 1897-Londres, 1944), liberal republicano,

En una plaza de Talavera de la Reina, Bailaor, un toro pequeño, cornicorto y burriciego, le daría una certera cornada al que sería llamado Rey de los Toreros

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Nogales, confiesa Belmonte: “El día que se torea crece más la barba. Es el miedo. Sencillamente, el miedo… Y lo mismo que con la barba, pasa con todo. El organismo, lastimado por el miedo, trabaja a marchas forzadas, y es indudable que se digiere en menos tiempo, y se tiene más imaginación, y el riñón segrega más ácido úrico… (Del capítulo XVI: “EL miedo del torero más valiente”). La víspera de la tragedia de Talavera de la Reina, aquella tarde del 15 de mayo de 1920, Joselito, Juan Belmonte y Sánchez Megías toreaban en Madrid. El testimonio que aporta Chaves Nogales (capítulo XXI: “Joselito”) es significativo para juzgar la actitud del público exaltado, y, en tantas ocasiones, banalmente cruel: “Aquella tarde el público estaba furioso contra nosotros”, sigue hablando Belmonte: “Los toros eran chicos, y los aficionados protestaban violentamente cuando aún no había empezado la lidia. Llegaba entonces a su apogeo aquella irritación de la gente contra Joselito y contra mí, de que he hablado antes (la gente veía que una vez, y otra, y veinte, y ciento llenábamos las plazas, y como ni a Joselito ni a mí nos mataba un toro, empezó a considerarse de fraude, hiciéramos lo que hiciéramos)”. La polémica estaba servida. En los cafés, durante las tertulias, en los tendidos… La llamada “gripe española” de 1918 había sido motivo de que fueran suspendidos muchos festejos taurinos y de otra índole. ¿Era esa la causa influyen- ta y las indignadas críticas que provocó te del histerismo colectivo de tantos en el en los círculos más elitistas de la ciudad mundo de la afición, en las plazas de toros? el hecho de que los funerales por el torero Los detractores al acecho –acaso incons- gitano se celebrasen en la Catedral, resercientes- preludiaban la muerte. vada entonces únicamente para las cereEn La Caprichosa, una pequeña plaza de monias de las clases altas. Ni en la muerte toros de la toledana Talavera de la Reina, fue aceptado Joselito en el entorno de la Bailaor, un toro pequeño, cornicorto y bu- mujer que amó”, apostrofa Paco Aguado. rriciego (es decir, que solo veía de lejos), La mujer amada, Guadalupe de Pablo Role asertaría una certera cornada en el ba- mero, joven sevillana hija de familia aristojovientre al que sería llamado Rey de los crática, quien permanecería soltera hasta Toreros… “Y todo el país se conmovió con su muerte en 1983, a la edad de 87 años, la muerte nunca imaginada de aquel que descansa cerca del mausoleo esculpido decían que toreaba impunemente”, escribe Paco Aguado, el más reciente y exhaustivo de los biógrafos de Joselito. Y la alta sociedad sevillana de ese tiempo, “a la que el inmolado nunca logró tener acceso, y que fue insensible a aquel dolor”, informa detalladamente Aguado, se llenó de rencor despreciable. “Bastaron como ejemplo las docenas Ignacio Sánchez Mejías llora la muerte de su cuñado, Joselito el Gallo. de cartas de protesLA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

por Mariano Benlliure, en el cementerio de San Fernando de Sevilla. Estamos seguros de que las inclemencias del tiempo (las aguas subterráneas, las lluvias…) más que los humanos, han sido piadosas uniendo al fin el “polvo enamorado” de Guadalupe y José. A modo de Epílogo, es justo aportar el testimonio recogiendo en el genial libro de Manuel Chaves Nogales (Juan Belmonte. Matador de Toros. Su vida y sus hazañas), aparecido en 1935. “Quién ha dicho que las multitudes no tienen conciencia”, pregunta Belmonte, el amigo y complemento taurino de Joselito. “A raíz de la muerte de Joselito”, sigue diciendo, “el público de los toros fue víctima de un curioso fenómeno de remordimiento colectivo… Se había despertado en el espectador de corridas de toros un exagerado temor por la vida de los toreros… Parecía como si aquellos hombres que el día antes de la tragedia de Talavera nos agredían furiosos pidiéndonos que nos dejásemos matar o poco más o menos, se considerasen infinitamente culpables de aquella desgracia y el remordimiento les impulsase a evitar que se repitiera…” “Pontífice del Toreo” llamó a Joselito el canónigo Juan Francisco Muñoz y Pabón, quien hiciera posible la celebración religiosa de entierro del torero en la catedral sevillana. El pueblo desbordó el espacio de la catedral más grande de España, acaso el mundo. La ausencia general de la clase alta es otra historia, y olvidable. El religioso y amigo contestó valientemente a cierta señora, portavoz de la clase indignada. Paco Aguado en su libro ‘Joselito El Gallo, Rey de Toreros’ aporta noticias de la polémica. En sus páginas, por fin comprendemos la intuición y el acierto que el gran Federico García Lorca tuvo al definir al niño-torero (gitano solo por parte materna), en su ‘Medio pan y un libro’. Teoría y juego del duende: ‘Lagartijo con su duende romano, Joselito con su duende judío, Belmonte con su duende barroco y Cagancho con su duende gitano, enseñan, desde el crepúsculo del anillo a poetas, pintores y músicos, cuatro grandes caminos de la tradición española. Nota.- De gran interés y actualidad: ‘Las últimas 24 horas de Joselito El Gallo’ de José Luis Cantos Torres; aparecido el pasado mayo, y ya agotado en su primera edición. 35


2020, Primer Centenario de la Radio

Días de radio MIGUEL LÓPEZ-GUZMÁN

El periodista Matías Prats, el matador de toros Ruiz Miguel y el doctor Jaime Ferrán Bernal, durante una retransmisión taurina desde el coso de La Condomina (foto: Tomás Lorente).

Me quejaba siempre de aquel cuarto con vistas al amplio patio interior. Hubiera preferido uno como el de mis hermanas con ventanas soleadas a la plaza del Romea, desde donde mirar el trasiego de la gente en bulliciosas mañanas de aquella Murcia recoleta de finales de los cincuenta. Cuando la picota aún no había hecho estragos en viejos casones y el tráfico rodado permitía respirar el aire puro de la huerta cercana y admirar las piruetas de los vencejos en un cielo de azul radiante. Craso error el mío, pues de haber contado con una habitación con vistas, jamás hubiera aprendido, como observador impenitente, la vida cotidiana que me prodigó aquel patio de luces en el que la existencia discurría plena de penas y alegrías. La pequeña mesa de estudio, situada junto a la ventana me permitía una visión y un control absoluto sobre aquel patio, desde 36

el primero hasta el sexto piso, contando incluso con el engorro del obligado flexo. Patio fresco en verano y umbrío en los largos inviernos de entonces. Allí se hacía notar la buena vecindad de esos días al compartir cuerdas de tender ropa recién lavada y la grandeza de la naturaleza recogida en tiestos con plantas y flores temerosas de la solana. Voces y sonidos domésticos: risas y llantos; gritos y silencios se hacían notar o bien se adivinaban. Aromas culinarios de esforzadas madres provocaban el joven estómago: patatas y huevos fritos, chuletas de cabrito; pescados o bizcochos se colaban a través de la pequeña ventana de cristales opacos. El reloj controlaba la vida de aquel patio: desayunos, almuerzos y cenas marcaban las horas punta de aquel mundo entrañable y doméstico. Desde aquella posición estratégica podía controlar las visitas,

debido a la ventanas de los recibidores e incluso hacer alardes de almanaque con las llamadas a los timbres: cobradores, lecheros, panaderos, santeros con la Virgen Milagrosa e incluso sacerdotes impartiendo el sacramento de la penitencia y la sagrada comunión a enfermos e impedidos. Las visitas de la tarde, de festivos y domingos eran mucho más compuestas con estirados visitantes de sombrero portando merengues de fresa o café, y ellas, siempre ellas, con aquellos abriguitos con cuello de piel de conejo y el tintineo de sus pulseras adquiridas a plazos al joyero amigo. Sí, aquella también fue una modesta ventana indiscreta con vistas a la vida. Una vida madrugadora, justo cuando los chiquillos marchaban a los colegios y los padres de familia lo hacían a sus quehaceres en largas jornadas de pluriempleo; era entonces cuando los patios adquirían

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Elías Ros Garrigó, el periodista Francisco Capote, Maria Paz Pondal y Luis Fernández, durante una interviú (foto: Tomás Lorente).

su ajetreo cotidiano. Las mozas de servir comenzaban su tarea. No, aún no se había inventado la fregona y los suelos se fregaban con bayeta y pozal rodillas en tierra, incómoda postura que despertaba miradas apasionadas entre los más lascivos. Carmen, Paca, Marcelina, María nombres de inolvidables muchachas que golpeaban con brío la colada en pilas colmadas de aromáticos jabones. No, no dejaré sin mención especial a Consuelo, aquella belleza morena de ojos verdes que dio nombre a la admiración en mis primeros años de adolescencia. Pechos firmes y duros brazos en cuerpos de carnes prietas de unas jóvenes domésticas que cantaban nostalgias en forma de copla, acompañando con sus voces las melodías que llegaban desde un lejano receptor de radio: Machín y sus “Angelitos negros”; Lola Flores y “La Zarzamora”; Pepe Blanco y su “Sombrero”, y tantos otros intérpretes tomaban vida en las gargantas de aquellas jóvenes de pechos voluptuosos que zarandeaban la ropa sobre la tabla de la pila mientras el agua manaba fresca de los grifos. En el taller, en el andamio, en el campo, en la fábrica y en cualquier rincón la radio ponía la melodía de fondo a aquellos días de feliz rutina. Los discos dedicados fueron una novedad en aquellas mañanas radiofónicas, justo cuando las emisoras

Adolfo Fernández Aguilar, creador de “La Gran Subasta” a beneficio de los damnificados por las inundaciones de Valencia (1957) (foto: Tomás Lorente).

de radio descubrieron los discos. Dedicatorias de toda índole: para aniversarios, comulgantes, novias, tomas de dichos, onomásticas y recuerdos de lo más peregrino hicieron que la copla quedara relegada ante la música de “Los 5 Latinos”,

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

José Guardiola, Edy Golmer, Los Panchos o Luis Mariano. Unas mozas que aprendían rápido, convirtiéndose en todas una “influencers” de la época que tuvo como resultado la revolución musical española de los sesenta. Si había algo que no podía faltar en los hogares de los murcianos era la radio. Alrededor del “Telefunken”, o del “Iberia” se reunía toda la familia. Sí, todo empezó en las salas de estar de la época, en aquel receptor enorme de madera y válvulas en su interior, aquel que nuestras madres cubrían con floreada funda de cretona para protegerle del polvo y que soportaba en su parte superior fotografías de los ausentes, imágenes del Corazón de Jesús, Santa Rita o las obligadas muñecas vestidas de faralaes. Allí, junto a la mesa de camilla, en lugar preferente, se centró la vida hogareña de numerosas generaciones de murcianos en una España sin televisión. Programas con aromas de sopa de letras, cocidos y tortillas a la francesa ; seriales radiofónicos entre fragancias de camisas recién planchadas y pan con chocolate. Los sentidos quedaron grabados para siempre en el disco duro de nuestra memoria. Seriales lacrimógenos, tras la sobremesa, éxito absoluto de “Ama Rosa” en aquel año de 1959, de Guillermo Sautier Casaseca, todo un maestro de la literatura de masas, con 37


actores de la talla de Doroteo ron millones de pesetas para Martí interpretando a Javier causas solidarias. En mi casa hijo de Rosa y Juana Ginzo en aquel invierno de 1958, llodando la voz a Rosa, la protagoramos una barbaridad con el nista de la serie, hicieron que naufragio en el Cantábrico del Marcelina y Consuelo sacaran pesquero “Ramona López”. Mi su moquero, el mismo que utilipadre envió cinco duros al prozaban como velo cuando iban a grama para ayudar a los huérfala misa de diez. Y allí, mi madre nos de los fallecidos, llegando pidiendo silencio con los ojos la emoción al límite cuando en llorosos. En aquellas tardes de mi casa recibimos una réplica gripe y sarampión. en cartón realizada por uno de Los seriales (Sautier Casaselos huérfanos. De imborrable ca sería el primer especialista recuerdo fue “La Gran Subasta” en el género) eran seguidos de Adolfo Fernández Aguilar en con apasionamiento por amas Radio Juventud a beneficio de de casa y chicas de servir que, los damnificados en las inunpor otro lado, tampoco tenían daciones de Valencia en ocmucho que hacer en la cocina. tubre de 1957 donde Murcia y Los seriales, el fútbol (Enrique España entera se volcó con la Mariñas sería el locutor más provincia hermana y que llevó a famoso hasta la llegada del innuestro paisano a convertirse novador Matías Prats), los conen el hombre más popular de la cursos constituyen para muPenínsula. Llegándose a pagar chos el sustrato cultural más por una rosa 5.000 pesetas y importante de los españoles por el legendario borrico Plade finales de los cincuenta. La tero 300.00, en aquel convulso publicidad radiofónica no había año de las escaramuzas bélicas alcanzado todavía los niveles en Sidi Ifni. La visita a Murcia de de sofisticación actuales, pero Carmen Sevilla, el burrito “Plaera efectiva, y adecuada a las tero” e incluso una burra que le posibilidades consumistas de buscaron como pareja en aquel Arsenio Sánchez Alcarria, fundador de Radio Murcia EAJ17 (foto: Tomás importante festival celebrado entonces. Junto a las “Guías Lorente). Comerciales”, se imponen las en el Teatro Circo Villar, donde “cuñas” e incluso los espacios no faltaron Paco Rabal, Anastade noticias necrológicas en la Murcia de sio Alemán y un joven Gustavo Pérez Puig. entonces. Melodías tan populares como el El ciezano Joaquín Soler Serrano presenanuncio de los Muebles Madrigal, “La Aletaba el exitoso concurso “Avecrem llama a gría de la Huerta”, la canción del Cola-Cao, su puerta”. Emotivos programas navideños del detergente Tu-Tú o los “Almacenes el a beneficio de los tuberculosos de CanteSiglo” llenaban los espacios en Radio Murras dónde cada uno aportaba lo que podía Y la radio, igual que ayer, sigue cia que fundara don Arsenio Sánchez Alcacuando no existían los periodos de caduciahí: ágil, con sus grandes voces rria al igual que los de la emisora del Movidad en medicamentos ni alimentos, desde miento, Radio Juventud de Murcia. unos supositorios a un tubo de Calmante que cautivan generación tras Aquí EAJ-17 Radio Murcia repetía con Vitaminado o una docena de huevos… Quigeneración. insistencia la voz de Elías Ros en el recepnielas, fútbol, toros, misas para enfermos, tor, remangada su funda floreada, mienprogramas infantiles en directo, procesiotras Radio Juventud emitía el himnos nes, noticiarios donde nunca faltaban las juveniles como Montañas Nevadas en su visitas al Pardo de dirigentes extranjeros; programa “Al Habla Espuña” que informa- en unos años de leche en polvo y queso el ir y venir del Caudillo por el territorio naba de las actividades de los acampados americano proporcionados por el amigo cional, los grandes logros de una economía del Frente de Juventudes en los largos yanqui. Un tiempo de grandes locutores, que comenzaba a resurgir entre loas de las voces del Cuadro de Actores de Radio imperio en una España trabajadora, pacímeses estivales. La mesa de camilla, con su brasero de Madrid nos llegaban gracias a Sociedad fica, familiar y rica en ilusiones. cisco y picón bajo sus faldillas, hacia con- Española de Radiodifusión (SER) en la Y la radio, igual que ayer, sigue ahí: ágil, fortable la sala de estar para escuchar con que se integró Radio Murcia nos mante- con sus grandes voces que cautivan geneatención el Diario Hablado de Radio Nacio- nían atentos a las peripecias de “Matilde, ración tras generación, y hacen recordar nal con la voz inconfundible de David Cube- Perico y Periquín” con aquel insuperable en estos días conmemorativos la infancia do, acompañado del tintineo de cucharas elenco de actores como Matilde Vilariño, ida ante el imponente receptor con matersumergidas en la sopa de letras y un ago- Pedro Pablo Ayuso, Juana Ginzo y Matide nal y floreada funda de cretona en mañatado santo padre de barba crecida tras el Conesa. Los concursos de Gallina Blanca nas, tardes y noches que ya son la historia duro trabajo cotidiano en una España aún llevados por José Luis Pécker; el humor de de un tiempo feliz, el nuestro. sumida en el subdesarrollo y el aislamien- Pepe Iglesias “El Zorro”. Alberto Oliveras en Bendita radio que supo reunir en su ensu “Ustedes son Formidables” tocaba los torno a las familias de entonces y que conto. Inolvidables veladas, muy difíciles de re- corazones de los Españoles, como ocurrió tribuyó a hacer como somos a los que hoy sumir, hicieron a la radio imprescindible con la Operación Papel dónde se recauda- caminamos hacia un sol de poniente. 38

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Toros y televisión JOSÉ FRANCISCO BAYONA

Acto de presentación de TauroTenTV.

¿Es la televisión la única solución para el Toreo? En tiempos de pandemia y a corto o medio plazo, parece que sí. La Covid-19 se ha cargado casi la temporada al completo. Y la posibilidad de dar espectáculos con aforo reducido al finalizar el estado de alarma (veremos hasta cuándo), no ha solucionado el problema: el dinero que entra por taquilla no es suficiente para cubrir el alto presupuesto que tiene una corrida de toros por mucho que los protagonistas rebajen sus honorarios. La solución está, por tanto, en generar recursos atípicos y, en el caso de los toros, el único posible de momento es el de los ingresos por televisión. Autonómicas Las televisiones autonómicas con más capacidad económica, Canal Sur y Castilla La Mancha Media, han demostrado que hay hambre de toros. Sus incursiones en espectáculos de perfil medio han arrojado unos índices de audiencia muy altos. Un éxito que no sorprende porque esos datos ya se manejaban de temporadas anteriores. La apuesta es sobre seguro. Y el servicio que hacen a la Tauromaquia para que siga teniendo visibilidad en esta época, impagable.

Canal Toros La negociaciones del sector con el Canal Toros de Movistar han sido difíciles. Las dudas que generaba la situación y la necesidad de adaptarse a ella han provocado tiras y aflojas que se han resuelto finalmente para afrontar el tramo final de la temporada. La presencia de las cámaras del canal de pago en la plazas de toros alivia el presupuesto y permite la celebración de espectáculos con el aforo bajo mínimos. Plataformas La pandemia ha traído, al menos, tiempo para pensar. Y ha habido varios intentos fallidos de retransmisión por streaming de distintos espectáculos: desde toros a puerta cerrada en ganaderías a corridas de toros, pasando por novilladas de promoción. Muchas de esas experiencias (la mayoría de pago), han decepcionado por la mala calidad de la señal. Y ese es un largo camino tecnológico que está aun por recorrer. De momento, dos plataformas con contenido enlatado parecen situarse bien en la parrilla de salida de cara a la próxima temporada: ToroFlix, cuya cara visible

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

es Cristina Sánchez, y TauroTen, de Hugo Costa, quien fuera hasta hace un par de años director de canales temáticos de Movistar, entre los que estaba el Canal Toros. Por ahora nada han dicho de televisar espectáculos en directo. Su interés fundamental, ahora mismo, es posicionarse pero captando ya clientes. TauroTen juega con la ventaja de tener de su lado a figuras del Toreo como Enrique Ponce, Miguel Ángel Perera, Cayetano, El Fandi, Sebastián Castella y a dos jóvenes como el valenciano Román y la rejoneadora francesa Lea Vicens. Su filosofía, de momento, es contar la vida de los toreros desde dentro. Aunque es de suponer que, en los casos de ambas plataformas, la idea es dar espectáculos en vivo. El problema, sin embargo, sigue siendo el mismo: si las grandes ferias no se dan (no sabemos por cuánto tiempo), y los únicos espectáculos de verdadero interés no pueden televisarse por la negativa de toreros como Pablo Aguado, el abanico de posibilidades es muy restringido. La pescadilla, hasta nueva orden, va a seguir mordiéndose la cola a no ser que alguien dé un decidido paso al frente. 39


El toreo, pasión juvenil ANTONIO PARRA

(A mi amiga y compañera de Facultad Verónica de Haro)

Fotografía de la exposición Tauromaquias (Rubén Juan Serna).

El toreo. Ya sé que no son tiempos para la lírica y tampoco para el toreo, que es una forma de lírica dramática. Ramón Gaya, “taurinófilo”, dejó escrito que el toreo es la vida, queriendo decir que la tauromaquia es un universo en miniatura de la arquitectura vital. Si bien lo pensamos, si establecemos un paralelismo entre toreo y vida, entonces, querríamos decir que el toreo no es dramático, sino trágico. Lo trágico, al contrario de lo que suele creerse, y frente a lo dramático (más ajeno a la vida) tiene que ver con el vitalismo, con la alegría de vivir, con el espíritu de Nietzsche, con la vindicación trágica de la alegría a la manera de mi maestro Clément Rosset. Yo he impulsado la expresión Vitalismo Trágico, que supone vivir con amor a la vida (frente al dramatismo oscuro e inútil) mientras se aguarda lo peor, la muerte, que es lo radicalmente trágico. No, el toreo no goza de buena salud ni la afición a los toros tampoco. Quizás con mi texto venga a aguar la fiesta (nunca mejor dicho) y el sentido de esta publicación. Pero no son buenos tiempos para la lírica, y el toreo, ya lo he dicho, es una manera de la lírica trágica. El toreo va a morir, no por 40

los antitaurinos, sino por falta de afición, de público. Estoy dispuesto a reconocerle a los antitaurinos que el toreo ya no es una estética de nuestra tiempo. La ética es otra cosa que los antitaurinos no saben. Y yo mismo hace años que no voy a los toros, salvo alguna rara excepción. Quizás porque ya se hayan ido la inmensa mayoría de los toreros que me llevaban a la plaza: quizás más un sueño que una realidad. Y es que la afición a los toros, también frente a lo que se cree, es una pasión juvenil, y no una afición de viejos. Cuando yo era niño pensaba lo contrario: yo iba a la plaza de la mano de mis mayores, de la mano de mi padre o de mi tío Curro, gran aficionado, seguidor apasionado de otro Curro, Curro Romero. Yo creía que los toros eran una afición de viejos. Pero ahora que mis mayores van desapareciendo y el viejo soy yo, creo lo contrario, que el toreo es una pasión juvenil. Todavía recuerdo lo que era la alegría, aunque ahora, al menos para mí, sean tiempos dramáticos (¡yo, que odio lo dramático como buen espíritu trágico que me siento, y por lo tanto vitalista!). Pensando

en la propia feria de Murcia, quizás contribuya a ello el hecho de que hayan desaparecido buena parte de las tertulias postcorrida que en los años ochenta pululaban por todas partes. Algo exagerado, evidentemente, y que no se correspondía con lo poco que solía ocurrir en la plaza cada tarde. Pero daba igual, era una energía festiva y juvenil, enérgica (no importaba la edad de contertulios y aficionados, aquello era ‘juvenil’) la que nos trasladaba de debate en debate. Y si abrimos el abanico espacial, la que nos llevaba de plaza en plaza: a Madrid, a Valencia, a Sevilla, a Jerez, siguiendo a Paula, a Curro, pero también al valiente Ruiz Miguel o al refinado y barroco Luis Francisco Esplá... era esa misma energía juvenil. Y sobre todo, la esperanza. Había esperanza. Ahora hay desesperanza, que no desesperación: la desesperación es compulsiva y pasajera (los jóvenes a veces se desesperan) pero la desesperanza es peor, la desesperanza es más silenciosa y tenue, melancólica, la desesperanza llega cuando ya no se espera. Sí, definitivamente, en contra de lo que creía, el toreo es una pasión juvenil.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Adiós a Blas Cano Paredes, decano de la crítica taurina regional MANOLO GUILLÉN

Con el fallecimiento de Blas Cano Paredes, decano de los informadores y críticos taurinos de la Región de Murcia, se cierra una etapa. Era el último eslabón de la época gloriosa que marcó para el toreo murciano el legendario Manuel Cascales Hilla. Blas Cano publicó sus colaboraciones como corresponsal del semanario internacional “El Mundo de los Toros”, antes en “Tendido 13”, “Toros y Deportes” para Venezuela, y al mismo tiempo en el diario “Línea” y “La Hoja del Lunes” de Murcia. También en Radio Murcia Cadena SER. Había nacido en Murcia capital el 23 de Mayo de 1929, y contaba 91 años de edad en el momento de su fallecimiento el pasado 11 de julio. Aunque hacía algún tiempo que por motivos de salud había dejado de acudir a las plazas de toros, siempre estuvo pendiente de los ritmos que iba marcando cada nueva temporada, de la aparición de nuevos toreros y de la desaparición de algunas ganaderías que él había conocido en su momento de esplendor. Blas dejó una huella imborrable por su bonhomía y afable carácter, y por la categoría con que ejerció la crítica taurina. Tan es así que veinte años después de firmar sus últimas crónicas, en 2009, recibió en Madrid la “Medalla de Plata” de la Real Federación Taurina de España; y en 2014 su brillante trayectoria fue reconocido en los galardones anuales de Blanca, Villa del Toro. A Blas Cano le tocó vivir su pasión por la información taurina, y en definitiva por el toreo, cuando las carreteras no eran como las de ahora. Aún así lo mismo se hacía presente en cosos de Albacete como de Alicante o Almería, y por supuesto no faltaba a ninguna cita taurina de las que se

convocara en la Región de Murcia, en unos tiempos en los que proliferaban los festejos y en los que los medios de comunicación generalistas todavía se volcaban con la Fiesta de Toros. No como en la actualidad. Eran tiempos en los que se dictaban las crónicas desde la cabina o desde el telefonillo de un bar. Y de ahí a la radio, para contar lo sucedido con ese especial fondo de buena gente que siempre tuvo, quitándole hierro a lo malo y sacando a la luz lo verdaderamente positivo que había para ser contado. Le conocí a principios de los años ‘90, cuando por aquel entonces Blas escribía sus últimos trabajos para la revista “El Mundo de los Toros”, y yo daba los primeros pasos de mi efímera aventura de querer ser torero. Fue precisamente una mañana de primavera -inolvidable para mí- en que me puse delante de una becerrita por primera vez en mi vida en la finca del rejoneador Basilio Mateo, al lado de Orihuela. Suyas son las El diestro Antonio Bienvenida y Blas Cano Paredes, en La Condomina. primeras fotos que me hicieron toreando y que conservo como oro en paño. Y sobre todo una fantástica de aquella jornada con el grupo de compañeros de la Escuela Taurina y con los maestros que nos dirigían: Antonio Sánchez, el “Niño de Caravaca” y Domingo España. Era tanta la amistad y la devoción mutua que mantenían Domingo y Blas, que le llevó a escribir una de las más entrañables biografías que se le puedan haber escrito a un torero: “Domingo España, siempre torero”, en la que si Domingo se abrió en cuerpo y alma, Blas lo supo plasmar a la perfección, dándole forma y fondo a un documento que es una auténtica joya, donde se cuenta Blas Cano Paredes y Manolo Guillén, en la Feria de Septiembre de la vida y andanzas de un grandioMurcia de 2012. so torero que no llegó a tomar la

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

41


alternativa, pero sí despertó un ambientazo gracias a una forma de interpretar el toreo con una clase y un sentido de la estética descomunales. No saben cuánto me enorgullece que en la feria de 2012, el día en que presenté el libro “Toros en La Condomina” con motivo del 125 aniversario de la plaza, estuvieran arropándome y dándome su cariño tanto Blas como Domingo, el fotógrafo Federico Zapata “Charles”, el gran Pepe Castillo, que por la falta de sus contemporáneos se ha convertido en el último superviviente de aquella hornada de gente cabal. Siento nostalgia de tiempos pasados, que nos hacen comprobar que lo vivido es pasado, y el pasado ya no

vuelve. Nada nunca será igual. Ni mejor, ni peor. Diferente. Pero aquellos tiempos ya no vuelven. Y queda el poso del trato con gentes tan buenas, tan sencillas y tan grandes como estas personas que he citado en este pequeño homenaje de recuerdos para el gran Blas Cano Paredes. Gracias Blas por tu amistad y por tu generosidad, por abrirme las puertas de tu casa y enseñarme esos cajones donde conservabas el testimonio de una etapa irrepetible para la Historia de la Tauromaquia en Murcia. Dios te tenga en su gloria. Te lo mereces. Tu siempre amigo, Manolo Guillén.

Blas Cano y Manuel Benítez “El Cordobés” (foto: Charles).

La afición cartagenera llora a Ginés Martínez González MANOLO GUILLÉN

Ortega Cano y Ginés Martínez, devolviendo la montera del brindis en Cartagena.

Quien ejerciera la crítica taurina en el Diario Línea allá por los años ‘70 y primeros de los ‘80, el cartagenero Ginés Martínez González fallecía el 1 de septiembre cuan42

do contaba 79 años de edad, después de una convalecencia hospitalaria que se dilató durante más de un año. Ginés había sido presidente fundador de

la Peña Ortega Cano sita en el Bar La Uva, de Barrio Peral en Cartagena; y se convertiría en un absoluto referente para la afición taurina con su “rincón” en la calle de la Gloria, donde primero regentó un castizo bar -con las paredes forradas de carteles y fotos con toreros- y, una vez alcanzó la edad de su jubilación, reconvirtió aquel lugar en un auténtico mausoleo de la historia del toreo cartagenero. Poseía un extenso currículum de galardones y distinciones de honor. La más reciente la había recibido en la que fue su última aparición en público -en enero de 2019- con motivo de la Gala del Club Taurino de Cartagena. A lo largo de su dilatada trayectoria vinculado al mundo taurino también fue homenajeado por sus paisanos del Foro Taurino; por la “Peña el 7”, en Madrid; por la Peña Ruiz Miguel, en San Fernando (Cádiz); por la de los Hermanos Esplá, en Torrevieja (Alicante); por la de “Finito”, en Córdoba; por la Peña Pepín Liria, en Cehegín; y un largo y merecido etcétera.

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


Chicuelinas sobre lienzo RUBÉN JUAN SERNA

El autor de la portada de la revista de este año 2020, Pedro Serna Verdú, constituye una excepción en la historia de esta publicación, al ser el primer artista que repite como autor de la misma. Y lo hace en el año en el que aquella portada cumple sus bodas de plata, veinticinco ferias después. Serna nace en La Florida, en Las Torres de Cotillas, y desde pequeño se siente atraído por el dibujo. Una lesión trunca una prometedora carrera como futbolista, y siendo jugador del Granada expone por primera vez su obra artística. Desde ese momento su vida ha girado en torno a la pintura, dedicándose a ella profesionalmente. Es un amante del flamenco y la tauPedro Serna (foto: Juan Ballester). romaquia, temas que aparecen en su obra junto a otros como el retrato o el bodegón. Pero el tema que caracteriza a Pedro Serna por encima de todos es el paisaje. Es un maestro en captar la atmósfera del paisaje con la técnica de la acuarela. Pintor del natural, su trabajo le ha llevado a instalar su caballete en lugares tan distintos como Marruecos, Italia, Francia o el Reino Unido. Su pincelada es suelta y decidida, y busca la simplificación como los grandes maestros orientales, a los que admira. Pintor autoexigente, Serna únicamente expone aquellos trabajos con los que está realmente satisfecho, rompiendo gran parte de su trabajo. Sobre su obra han escrito autores destacados como Andrés Trapiello, Ramón Gaya, Tomás SeRafael de Paula (2002), obra de Serna. govia o Pedro García Montalvo. Interrumpimos su habitual descanso estival en la localidad marmenorense de refleja elementos de la naturaleza como la Los Urrutias para charlar con él sobre su vegetación, el agua o la atmósfera. Su amisafición a los toros, el arte, y su trayectoria tad con el matador Rafael de Paula le brindó la ocasión de conocer de cerca el mundo pictórica. Cómo tantos otros pintores a lo largo de de los toros y siguió al maestro de Jerez en la historia la pincelada delicada pero firme infinidad de ocasiones a lo largo de todo el de Pedro Serna se ha centrado en muchas país junto a su inseparable Isabel. Entre los diestros que más ha admirado ocasiones en el mundo de la tauromaquia. El pintor murciano se ha sentido atraído Serna se encuentran Morante de la Puebla, desde siempre por el mundo del toreo y José Tomás y los murcianos Pepín Jimésus protagonistas. Un universo que encaja nez, Pepín Liria y Rafaelillo. Le preguntaperfectamente con la soltura del trazo de mos por algún recuerdo y nos cuenta una su dibujo, pues la sutileza del movimiento corrida en la plaza de toros de La Condotaurino guarda similitud con la que Serna mina en la que Manuel Cascales, padre, LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

Emilio Muñoz y Rafael de Paula completaban el cartel, en una tardeque fue filmada por el pintor con su propia cámara de ‘súper-8’. Destaca del mundo del toro que lo hace tan atractivo para él “que es un espectáculo en vivo hermosísimo, una maravilla, tanto el colorido como la puesta en escena y la emoción, que lo hacen enormemente atractivo”. No deja Serna de recordar a los grandes pintores como Goya, Fortuny, Picasso o Gaya, y su atracción por el toreo, así como “los intelectuales de prestigio que están fascinados por la tauromaquia”. La vinculación de Serna con Rafael de Paula surge cuando en el año 1996 el periodista Antonio Parra escribió un libro llamado “Conversaciones con Rafael de Paula” y “me pidió que realizara unos dibujos para dicho libro. Desde ese momento, en el que conocí al maestro, surgió una amistad enorme y vino a muchas de mis exposiciones, en Murcia, Madrid, Sevilla, Jerez, etc. Al igual que yo, junto a mi mujer, asistíamos a muchas de las corridas en las que participaba él. Tanta ha sido nuestra amistad que cuando recibió la Medalla de las Bellas Artes quiso que le acompañáramos”. Pero también fueron asiduos acompañante del diestro en charlas y otros eventos en ciudades como Málaga y Granada. El pasado año Pedro Serna expuso en la ciudad jienense de Úbeda bajo el título “Tauromaquias y Flamenco. Pedro Serna, dibujos y acuarelas” en un ciclo de actividades culturales en torno a la figura del cantante, y gran aficionado taurino, Joaquín Sabina, natural de dicha población. Anteriormente en Murcia también protagonizó exposiciones de temática taurina, en lugares emblemáticos como el Palacio del Almudí, y acompañadas en ocasiones de otra temática ligada directamente al mundo de los toros, como es el flamenco. La presencia de Pedro Serna en plazas de toros ha sido habitual a lo largo de su vida, y cargado con sus útiles de dibujo ha esbozado y pintado momentos de la fiesta en históricos cosos como el de Chinchón, Ronda, Sevilla o Nimes. 43


Puerta Grande en la alternativa fotográfica de Rubén Juan Serna JUAN ANTONIO DE HERAS Desde hace tiempo, pero nunca había estado quedamos a tomar algo en el patio de cuadrillas. en mitad de la canícula Encontré una magia que estival. Se ha convertido no había visto en ningún en una de nuestras citas sitio. obligadas. La de este año, sin embargo, fue absoNo me extraña, esa lutamente atípica. En lo tarde salieron a hommás imaginable, por las bros Ureña y Castella. restricciones que impone (Risas) Y faltó Perera la pandemia. En lo más porque no tuvo suerte. importante, porque RuPero yo percibí algo que bén Juan Serna (Murcia, va mucho más allá de la 1976) ha demostrado que tauromaquia. He visto la cultura puede abrircosas muy especiales, se paso incluso en estas El torero y el novillero es circunstancias. Fue así gente muy especial. Son como, antes de su aperespeciales porque protatura al público, disfruté gonizan un ritual. En ese en el museo municipal de rito está la vida y está la San Javier del privilegio muerte. En ese instante de una visita privada a estás en un momento la exposición “Tauromaatemporal. En un espaquias” guiada por la mano cio mágico con alguien de quien, a lo largo de tres que se va a jugar la vida. años, ha ido asomándose a espacios vetados inclu¿Qué es lo que más te so a la propia familia de ha llamado la atención? los toreros, inmortalizanLas miradas. Yo no endo sus miradas, sus emotiendo de lances. No soy ciones, sus sentimientos, un aficionado al uso. Eso en una colección fotográse lo dejo a los fotógrafica que Serna –historiafos especializados en dor del arte, periodista, fotografía taurina. Pero docente, comunicador y sí sé del ser humano, sí Rubén Juan Serna posa con una de sus máquinas en su exposición “Tauromaquias”. artista aún sin proponérme interesa el ser huselo– ha sabido convertir mano. Esto son miradas. en una muestra de infinita Los títulos que he puesto plasticidad y simbolismo, que a buen segua las imágenes están relacionados con las ro se paseará por la geografía murciana, de emociones que se ven en las fotografías: la que nacen los momentos y protagonistas aspiraciones, responsabilidad, el sueño, el de su obra. Tomaba Rubén Juan Serna la almiedo, la ansiedad, el orgullo… todas esas ternativa como expositor. El éxito de crítica cuestiones que en un solo día las ves subir «No soy un aficionado al uso. y público le ha valido la ‘Puerta Grande’ en y bajar como en un electrocardiograma. Eso se lo dejo a los fotógrafos una plaza de primera, pues no otra cosa reespecializados en fotografía presenta San Javier en su oferta y prograTambién el fotógrafo debe saber mirar. mación cultural, singularmente en verano. La fotografía plasma la realidad, la que yo taurina. Pero sí sé del ser percibo. El fotógrafo no debe juzgar lo que humano, sí me interesa el ser Rubén, ¿cómo decides embarcarte en ve, o por lo menos el fotógrafo documentahumano. Esto son miradas.» este proyecto? lista. Por supuesto la mirada influye en que Me encanta la fotografía. La primera cáplano se escoge, pero lo que se está viendo mara réflex me la compré por obligaciones asistí a la corrida inaugural de la Feria de es real. No debe interferir, pero debe capprofesionales. Pero se abrió un segundo septiembre de Murcia y me quedé enamo- turar eso para que perdure. Me ha aportado camino, mucho más personal. En 2017 rado. Había ido alguna vez como público mucho la historia del arte, el color, las luces,

44

LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020


“La fuerza”. Rafaelillo, preparándose para un festejo a beneficio de la AECC.

“El Fandi” en el patio de cuadrillas de La Condomina, antes de pisar el coso es “La ansiedad”. LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020

45


Cristóbal Parrita representa “La fe”, en su hotel, antes de partir hacia la plaza.

la composición y el lenguaje pictórico. Quien los conoce lo tiene más fácil para la fotografía, siendo dos mundos distintos. Un pintor es un creador, que de la nada construye una realidad única; el fotógrafo realiza el proceso inverso, elegir qué parte de esa realidad quiere llevar a la obra. El pintor añade elementos al vacío, el fotógrafo selecciona elementos. En cierto modo, la fotografía es como una máquina del tiempo. Coges lo que ha pasado y lo llevas a dos dimensiones. Pues a tu máquina del tiempo le has dado un buen julepe. Tres años de intenso trabajo y más de 12.500 fotografías realizadas. (Ríe de nuevo) He tenido que ser muy pesado. Escribir a través de redes sociales, correos, amigos… para contar mi proyecto y que me permitieran acceder a momentos que van desde la habitación de un hotel en la intimidad de vestirse de torero, hasta que todo ha terminado. Estoy muy agradecido por ello. También lo estoy a mi maestro Juan Ballester, que es el fotógrafo que a mí más me ha influido, me ha enseñado y me ha ayudado. Lo hizo igualmente en el proceso de 46

selección que es, con seguridad, lo más difícil. Uno le tiene más cariño a algunas fotos, porque te ha costado más hacerlas. Las fotos hay que dejarlas dormir, porque aunque ellas no cambian, tu percepción sobre las mismas sí. Por eso hay que dejarlas reposar mucho antes de tomar una decisión definitiva. ¿Qué reacción te gustaría descubrir en el público que se acerque a ver tu obra? (Tomándose unos segundos para responder). Me gustaría que en la mirada de las personas que se acerquen a la exposición se vea asombro. Espero que les sorprenda. Que al taurino le sorprenda que se hayan captado esas emociones y al que no es taurino también.

“El Maestro” Pepín Líria viste a Ramón Serrano.

¿Habrá segunda parte? Confío en que la exposición pueda mostrarse en distintas localidades. Como proyecto, he explorado lo que pretendía. Cuando uno hace muchas fotos, el recuerdo que te quedan son las fotos, no la realidad vivida. La próxima corrida a la que vaya quisiera disfrutarla un poco más y de otro modo, esta vez lejos del objetivo. LA PRENSA EN 7 TARDES | EDICIÓN ESPECIAL - SEPTIEMBRE 2020