Page 1

Abril 2012

Publicación de información y reflexión misionera. Año 16. 15. Número 160. 162.

MLA

Mozambique ¿Cómo se vive la fe en mi Misión?

8 Desde México

Visita del Papa Benedicto xvi

marzo abril 2012 2012

12

Direcciones

¿Cómo está viviendo la dimensión de la fe la Dirección de Desarrollo?

17


Índice Boletín mg Publicación de información y reflexión misionera. Mensual

14 Museo

Año 15. Núm. 162. Abril de 2012

mg

Nuestra Señora de la Inmaculada Concepción Aletia Gómez O., Museo mg

15 Centro de Orientación Vocacional

El aprendizaje transformacional en la transmisión de la fe (primera parte) Jorge A. Heredia M., auxiliar administrativo del cov Monterrey

1 Agenda Abril

2 Editorial

Tiempo de fe Redacción del Departamento de Comunicación

17 Direcciones

¿Cómo está viviendo la dimensión de fe la Dirección de Desarrollo? P. Salvador Arufe G., mg

4 Concilio Vaticano ii (50 años)

De la revelación divina Redacción del Departamento de Comunicación

19 Club de Niños

mg

La fe como regalo en el mes del niño Diana E. Reyes H., auxiliar del Club de Niños mg México

6 Comisión de Formación Permanente

El amor es el alma de la justicia y la paz su fruto P. Joel Sevilla L., mg

Liturgia

El memorial de la Pascua

8 MLA

Mozambique ¿Cómo se vive la fe en mi Misión? Norma A. López M., mla

10 Desde las Misiones

Noticias de marzo P. Eugenio Zacarías Romo R., mg

12 Desde México

Visita del Papa Benedicto xvi P. Rodolfo Rafael Sánchez D., mg En portada / El Papa Benedicto xvi en su visita a México

Consejo General P. Juan José Á. Luna E., mg Superior General

P. Raúl Ibarra H., mg Vicario General

P. Fernando Montes L., mg Segundo Consejero

Boletín

P. Raúl Nava T., mg Tercer Consejero

P. Salvador Rojas V., mg Cuarto Consejero

mg

Edición

Revisión y corrección de textos

Diseño Editorial

Impresión y armado

Departamento de Comunicación

Lic. José Ramón Aca L.

Coordinación administrativa

Lic. Ma. Elizabeth Barajas P.

Antonia Hidalgo L.

Impresiones Masivas y Procesos Mecánicos


Agenda del mes

Abril 2012

Abril 2012 Eventos Domingo 1 Jueves 5 Viernes 6 Sábado 7 Domingo 8 Miércoles 18 Jueves 26

Domingo de Ramos Jueves Santo (introducción al Triduo Pascual) Viernes Santo de la Pasión del Señor (primer día del Triduo Pascual) Sábado Santo (segundo día del Triduo Pascual) Domingo de Pascua de la Resurrección del Señor (tercer día del Triduo Pascual) xiii aniversario del fallecimiento del P. Francisco Martínez C., mg xxiv aniversario de la fundación de la Misión de Brasil

Actividades Domingo 1 Domingo 1 Martes 3 Del martes 10 al jueves 12 Miércoles 11 Jueves 12 Del sábado 14 al domingo 15 Lunes 16 Del domingo 22 al lunes 23 Del martes 24 al jueves 26 Domingo 29

Inicia horario de verano (+1h) Renovación de Promesa de Seminaristas mg Reunión del Consejo General Asamblea General de la Dirección de Formación (México) Retiro de Padres mg en el df Reunión del Departamento del Seminario de Misiones (México) Retiro de padres de familia en Villahermosa, Tabasco Reunión del Consejo de Finanzas Reunión ordinaria del Departamento de Pastoral Vocacional (dpv) en Monterrey xx Semana de Teología Colecta en Monterrey

1


Editorial Tiempo de fe

Redacción del Departamento de Comunicación La fe es aquella virtud inherente a nuestra humanidad que nos sostiene en el afán de la vida eterna, pero, “¿qué ofreceremos, pues, al Señor a cambio de este don divino, además del homenaje de la mente, si no es nuestro celo en difundir cada vez más entre los hombres el esplendor de la verdad divina?” (Pío xii, Fidei Donum, 1957). En efecto, además de tener presente a Dios y los dones que nos otorga, es preciso reflexionar, por ello, el Papa Benedicto xvi estableció el Año de la fe, el cual “comenzará el 11 de octubre de 2012, en el 50 aniversario de la apertura del concilio Vaticano ii, y terminará el 24 de noviembre de 2013, solemnidad de Cristo Rey del Universo. Será un momento de gracia y de compromiso por una conversión a Dios

cada vez más plena” (Benedicto xvi, Santa Misa para la nueva evangelización, 16 de octubre de 2011). Si bien, la fe está siempre en nosotros, con ocasión del Año de la fe tendremos un pretexto para repensar nuestros actos y favorecer nuestra renovación interior, para profundizar nuestra relación con Cristo, pues “esta profunda cercanía al Señor … debe ser el elemento prioritario y caracterizador de vuestra existencia” (Benedicto xvi, Presentación del Señor, 3 de febrero de 2012). Con su trabajo, los Misioneros de Guadalupe intentan acercar a los más próximos con Dios a través de la promoción de valores como la fe, sin embargo, al escribir “próximos” no se hace referencia precisamente de los connacionales ya que, los misioneros transmiten la Palabra del Señor en su patria y fuera de ella. Más allá de nuestras fronteras, mucha gente se esfuerza por tener una educación religiosa que les permita comprender mejor su fe y por consiguiente servir mejor a la Iglesia; podemos ver que algunos de los católicos van a Misa y mantienen vivas sus tradiciones, sin embargo carecen de una formación espiritual real, ya que muchos de estos creyentes no vinculan la fe que profesan con la vida que, valga la redundancia, viven.

2


Abril 2012 Esta falta de coherencia ha repercutido en el estilo de vida católico, en el que cada quien vive la fe a su manera, tomando solamente las partes de la doctrina que les convienen y dejando de lado lo demás. Al respecto, el beato Juan Pablo ii dijo que “no puede haber dos vidas paralelas: por una parte, la denominada vida ‘espiritual’, con sus valores y exigencias; y por otra, la denominada vida ‘secular’, es decir, la vida de familia, del trabajo, de las relaciones sociales, del compromiso político y de la cultura” (Juan Pablo ii, Christifideles laici, 59). Para tratar de remediar esta situación es necesario conservar la confianza en Dios y mantener la convicción católica para proyectarla en todos los ámbitos de la vida, esto significa dejar de actuar y vivir como verdaderos católicos.

Ante esta situación, los Misioneros de Guadalupe que se encuentran en lugares de Misión se esfuerzan cada día para difundir la fe y orientar a todas las personas que creen profesar la religión. Por ese motivo, en este Año de la fe, exaltamos la importancia del trabajo evangelizador que llevan a cabo los misioneros.

3


Concilio Vaticano ii (50 años) De la revelación divina

Redacción del Departamento de Comunicación “Que todo el mundo, oyendo, crea el anuncio de la salvación; creyendo, espere, y esperando, ame” (Dei Verbum, núm. 1). El 18 de noviembre de 1965, el Papa Pablo vi1 promulgó la Dei Verbum, una constitución que trata sobre la revelación divina, la vida de Dios, la cual se manifiesta a través de su hijo Jesús, quien invita a la gente a entrar en comunión. Esta verdad revelada por Dios se encuentra en la Escritura, a la que cualquier persona debe tener fácil acceso, sin embargo, solamente podrá ser entendida cuando la gente participe en comunión. Esta constitución invita a considerar el aspecto trinitario de la fe, pues “Dios envió a su Hijo, el Verbo eterno hecho carne, que

ilumina a los hombres, y con palabras, obras, signos y milagros, y sobre todo con su muerte y resurrección, y con el envío del Espíritu Santo, cumple y completa la Revelación, la cual nos dice que Dios está con nosotros para liberarnos del pecado y resucitarnos para la vida eterna” (Dei Verbum, núm. 4). El Concilio Vaticano ii puso al alcance del pueblo la Palabra de Dios. Ya la constitución Sacrosanctum Concilium había propuesto la difusión del mensaje del Señor a través de la celebración de la liturgia. Cabe señalar que el Sacrosanctum Concilium guarda cierta relación con la constitución dogmática Dei Verbum, la cual señala que “es conveniente que los cristianos tengan amplio acceso a la Sagrada Escritura” (Dei Verbum, núm. 22).

En septiembre de 1962 el Papa Juan xxiii fue diagnosticado con cáncer de estómago. Para no cambiar el curso del Concilio Vaticano ii el Papa tomó la decisión de no tratar su enfermedad, finalmente murió la noche del 3 de junio de 1963. Tras su deceso Pablo vi fue electo Papa y continuó con el Concilio Vaticano ii. 1

4


Abril 2012

Así, mientras el Sacrosanctum Concilium sugiere que se difunda el mensaje del Señor por medio de la celebración de la Misa en cualquier idioma, la Dei Verbum sostiene que “la palabra de Dios debe estar siempre disponible, la Iglesia procura, con solicitud materna, que se redacten traducciones aptas y fieles en varias lenguas, sobre todo de los textos primitivos de los sagrados libros” (Dei Verbum, núm. 22). Es cierto que este documento pretende acercar a la gente la Palabra escrita de Dios, la sagrada Escritura, pero también, el título de la constitución sugiere un asunto más amplio, como lo es la “revelación divina”. Dios se manifiesta, se revela en el verbo encarnado, en su hijo Jesucristo y de su encuentro con los hombres resulta la Escritura: “La revelación que la Sagrada Escritura contiene y ofrece ha sido puesta por escrito bajo la inspiración del Espíritu Santo. La santa madre Iglesia, fiel a la fe de los Apóstoles, reconoce que todos los libros del

Antiguo y del Nuevo Testamento, con todas sus partes, son sagrados y canónicos, en cuanto que escritos por inspiración del Espíritu Santo, tienen a Dios como autor, y como tales han sido confiados a la Iglesia. En la composición de los Libros sagrados, Dios se valió de hombres elegidos, que usaban de todas sus facultades y talentos; de este modo, obrando Dios en ellos y por ellos, como verdaderos autores, pusieron por escrito todo y sólo lo que Dios quería” (Dei Verbum, núm. 11). La Escritura pone por escrito las verdades reveladas de Dios, su autor, sin olvidar que el hombre que la redactó, inspirado por el Señor, es también autor del texto e intérprete de la Palabra del Señor y únicamente cuando se participa en comunión y se comprende la Palabra escrita del Señor, se comunica mejor lo sagrado, lo místico, a Dios. Aunque las cuatro constituciones fueron redactadas y aprobadas por separado, las cuatro mantienen un una relación estrecha. De la última constitución escribiremos en el próximo boletín. 5


Comisión de Formación Permanente El amor es el alma de la justicia y la paz su fruto P. Joel Sevilla Lara,

mg

En latinoamerica y otras regiones, muchas veces no contamos con servicios de salud, vivienda, educación, luz, agua potable, transporte público accesible, salarios dignos, derechos humanos, etcétera. Tampoco con recursos naturales como la tierra, actividades agrícola y ganadera, producción, industria, comercio o consumo. El hecho de que la mayoría no cuente con estos servicios pero unos cuantos sí, me hace pensar en la falta de justicia. Una injusticia que he vivido de cerca, tanto en mi formación inicial como ahora que soy sacerdote, es la falta de atención médica adecuada. Un caso que me impactó fue el de Modesta, una mujer indígena de la montaña tlapaneca de Guerrero, que por problemas étnicos fue golpeada y quemada por otras mujeres que la dejaron casi muerta; algunas otras personas la llevaron a una clínica rural en la que no hicieron nada, ya que solamente la atiende un médico, pero se encontraba en una comunidad lejana y no regresaría sino hasta el día siguiente. Modesta, con dolores, únicamente se limpió las heridas, salió de la clínica y se dirigió a su casa, en la que se trató con medicina tradicional más de dos meses hasta que murió. Durante ese tiempo el médico de la comunidad nunca se ocupó de ella, aunque le pedimos que la atendiera y buscamos la 6

manera de llevarla a la ciudad, pero no fue posible debido a las costumbres y prejuicios de su familia. Al igual que Modesta, más mujeres mueren todos los días por la falta de atención médica y un buen tratamiento; mientras que otras tienen acceso al servicio de salud porque cuentan con los recursos económicos para solventar el gasto de un buen hospital, o lo resuelven como en Cuba, dando regalos o las gracias a un conocido para conseguir la atención médica necesaria. Así podríamos hablar de otras injusticias que se viven en México, como la corrupción de menores, el autoritarismo, la falta de libertad que tienen los jóvenes para decidir qué estudiar, etcétera. Por ello, debemos entender la justicia como una reformulación del quehacer cristiano en una sociedad pluralista que desborda lo que suele decirse en los manuales tradicionales sobre esta virtud.


Abril 2012

La justicia no parte de un orden social aceptable, sino de la convicción de que el orden social vigente es estructuralmente injusto porque genera sin cesar más y más desigualdades. A partir de ahí la justicia es concebida como una pasión por la igualdad que se vuelve una opción prioritaria y a veces exclusiva para los pobres y los marginados. El subdesarrollo de muchos países genera injusticia y tensiones que conspiran contra la paz de nuestros pueblos. Y es que no podemos hablar de paz sin justicia, ya que la primera es obra de la segunda; porque no hay paz sin un orden justo en el que los hombres y mujeres puedan realizarse y en donde su dignidad sea respetada, sus aspiraciones satisfechas, su acceso a la verdad reconocido, y su libertad personal garantizada. Un orden en el que los hombres no sean objetos, sino agentes de su propia historia. No debemos pensar que la paz es solamente la ausencia de violencia, ya que

algunas veces la represión que ejercen algunos grupos de poder a una sociedad puede aparentar que logramos la paz, pero no se trata de la que anhelamos. Debemos pensar en un nuevo orden de justicia, en cambiar las estructuras caducas y la actitud conformista de los hombres. El cristiano, discípulo misionero, debe construir una mejor sociedad. La paz con Dios es el fundamento último de la paz interior y de la paz social, por ello, donde hay desigualdades sociales, políticas, económicas, culturales, etcétera, también hay un rechazo al don de la paz y un rechazo al Señor mismo. La situación actual que se vive en el mundo, vista a la luz de la fe, nos invita a regresar al núcleo del mensaje cristiano como artesanos de la paz a ejemplo de Cristo, para enfrentar con audacia y valentía al egoísmo y la injusticia, teniendo en cuenta que el amor es el alma de la justicia y la paz su fruto. 7


Misioneros Laicos Asociados Mozambique ¿Cómo se vive la fe en mi Misión? Norma A. López M.,

mla

La fe en la Misión de Mozambique se vive de muchas maneras, a la mía y a la de aquellos con los que comparto este andar. Pero ¿qué es la fe? Es creer en algo. Todos creemos en algo, de lo contrario, cuál sería el sentido de nuestra vida. ¿En qué o en quién creo? Creo en Dios, en el que está con cada persona, aunque algunos lo dejan ver más que otros, Él está con todos y nos guía. Todos los días sucede algo en la Misión que me confirma la alegría de vivir, como los días lluviosos, los de calor seco y fuerte, o los días airosos; los rojos o anaranjados atardeceres, las noches bajo el cielo oscuro y estrellado; la sonrisa de una niña, una lágrima producida por una herida, una confesión personal, o conocer mejor a las personas con las que vivo. Aquí trabajamos un grupo de Misioneras Laicas Asociadas (mla) con muchas cosas en común, por ejemplo, el compartir nuestro tiempo con unas adolescentes. Alma Marisa Varela P. y Rosa Carmen Salgado Z. coordinan la escuela; mientras que María Dolores Martínez M., Paula Salazar G. y yo (Norma Angélica López M.) hacemos lo propio con el internado. Paula estudia chimanica, se prepara en cuerpo y alma para integrarse de lleno al internado. Las demás turnamos los días de matutino, ya que a veces es cansado. 8

Ahora les contaré cómo es un día en la Misión: Nos levantamos a las 4:45 de la mañana para despejar el sueño y alistarnos, después platicamos unos momentos con Dios, a quien le pedimos que conceda su gracia a sus hijas, y comenzamos nuestra jornada. Con base en la experiencia sé que por la mañana nos conviene trabajar como soldados para hacer bien el aseo, desayunar y llegar puntuales a la escuela. Por la tarde nos toca actuar como mamás para recordarles que hagan su tarea, que ayuden en la huerta y participen en los talleres; también las escuchamos, las motivamos a rezar, que atiendan su salud y a conocerse mejor. Cuando llega la noche, verificamos que todo esté en orden, cerramos las puertas, agradecemos a Dios por el día transcurrido, y apagamos las lámparas.


Abril 2012 Y ¿qué hay del desorden? En esa parte del día es cuando sacamos más fuerzas espirituales, físicas y morales. Las niñas que cuidamos son muy bonitas y divertidas, pero no dejan de ser adolescentes, como dice Lolita: “con ellas pago aquello que fui con mi madre”. Sin embargo, todos los días aprendemos algo de ellas, como rezar con fuerza, servir mejor a Dios, ser mejores personas, perdonar y amar… que son algunos valores que a veces olvidamos, pero son una parte importante de nuestra vida. Debo confesar que el primer año fue duro por mi poca experiencia de trabajo con adolescentes, y tal vez influyeron mi flaqueza espiritual y la jerarquía, de la que se valen mucho por aquí, pues era difícil que me prestaran atención. Al ser la más joven tuve que “luchar” para ganarme el derecho de ser una “mana”1. Durante la “lucha” cometí muchos errores, que con la gracia de Dios espero no volver a cometer; estas equivocaciones las reparé con la ayuda de los experimentados y comprendí que la jerarquía no se trata de que “el más importante entre ustedes debe comportarse como si fuera el último y el que manda como si fuera el que sirve” (cfr. Lc 22, 26). Recuerdo que muchas veces vi a Lotita correr de un lado a otro, buscando y comparando precios para comprar los productos de la despensa y algunas cosillas que hicieran ver a las chicas más femeninas, más coquetas. Y sé que ellas reconocen nuestro esfuerzo, 1

nos dan un lugar, nos respetan y nos aprecian. Ahora que estoy a cargo siento el cansancio de andar, como se dice, “de arriba abajo” buscando productos, sin embargo me detengo a pensar en ellas, e intento conducirlas por el camino de Cristo. Soy muy feliz cuando veo que transmiten alguna de nuestras enseñanzas, creo que son logros pequeños, pero me motivan para seguir adelante, incluso con cansancio. Al respecto, El P. Joaquín Torís A., mg, dice que: “Caridad y sabiduría son la fórmula para ser y hacer feliz”, yo agregaría: “paciencia con uno mismo y con los demás son la fórmula para ser y hacer feliz”. Espero que el sueño que tenemos de verlas convertidas en mujeres libres y preparadas para la vida, para educar y transformar, no se pierda por limitaciones personales o por las propias de la cultura, y que poco a poco, con el esfuerzo de todos y con la gracia de Dios se consiga.

“Mano”, “mana”, le dicen al hermano mayor que es responsable de los más pequeños y para quienes representa una autoridad.

9


Desde las Misiones Noticias de marzo

P. Eugenio Zacarías Romo Romo,

mg

Jueves 1. Iniciamos el mes con un día festivo llamado “samilchol”, en el que conmemoramos el movimiento de independencia coreana de 1919.

cómo se lleva a cabo la pastoral sanitaria en algunos hospitales de esos países. El martes 20, después del sismo de 7.4 grados Richter ocurrido en la ciudad de México, regresaron sin contratiempos a Corea.

Lunes 12. El Superior de la Misión de Corea, el P. Eugenio Zacarías Romo R., mg, y el P. Héctor Díaz F., mg, visitaron al Arzobispo retirado Victorino Yeun, para invitarlo personalmente a la celebración por los 50 años de la Misión de Corea, que se llevará a cabo el 19 de mayo en la Parroquia de Kumdang, en Suncheon, en la Arquidiócesis de Gwangju.

Jueves 15. En esta ocasión, el Superior de la Misión acompañado del P. José Antonio Morales C., mg, visitaron a Choe Andrea, otro Arzobispo retirado de la Arquidiócesis de Gwangju, para invitarlo a la Misa de acción de gracias por los 50 años de la Misión que será presidiada por el actual Arzobispo Higinio Kim H., en la Arquidiócesis de Gwangju.

El Obispo Yeun estuvo presente en el Seminario de Misiones en 1974 en la celebración por los 25 años de Misioneros de Guadalupe, quizá de todos los obispos de Corea él es quien más nos conoce y con quien hemos tenido una relación más cercana. Este mismo día el Superior de la Misión acudió al Seminario de Gwangju para hacer una visita de cortesía al rector. En este lugar el P. Héctor Díaz F., mg, colabora como profesor y director espiritual desde enero de 2011. Lunes 12 al viernes 23. El P. Ignacio de la Garza Evia U., mg, y un grupo de Padres y religiosas que trabajan en la pastoral sanitaria en la Arquidiócesis de Seúl, viajaron a Estados Unidos, México y Cuba para ver 10


Abril 2012

Lunes 19. Ya está en la imprenta el libro de la historia de la Misión de Corea que será publicado en coreano y en español a principios del próximo mes de mayo. ¡Felicidades por este trabajo!

para los eventos de la celebración por los 50 años de la Misión para detallar las tareas programadas para el 12 de mayo en la Parroquia de Chayang Dong, en Seúl y el 19 en la Parroquia de Kumdang, en Suncheon.

Lunes 26. Asistimos a nuestra reunión ordinaria. Por la mañana acudimos al retiro en el que el P. Gerardo Ernesto Cabral P., mg, abordó el tema: “Dar gracias a Dios por 50 años de frutos”; por la tarde el P. Héctor Díaz F., mg, hizo lo propio con el tema de estudio: “Historia de la Iglesia en Corea”. Por la noche se reunió la comisión que pre-

Celebramos el cumpleaños de los Padres Ignacio de la Garza Evia U. (domingo 4) y José Antonio Morales C. (domingo 25), y los onomásticos de Ramiro Zúñiga G. (domingo 11), José Navarro N. (lunes 19), Juan José Márquez E. (sábado 24), José Antonio Morales C. (lunes 19) y Benjamín Marín C. (sábado 31). 11


Desde México Visita del Papa Benedicto xvi P. Rodolfo Rafael Sánchez Díaz, El Papa Benedicto xvi visitó nuestro país, que en la actualidad vive una situación de inseguridad, violencia, extorsión, impunidad e injusticias perpetradas por el crimen organizado y el narcotráfico. En ese contexto, la visita del Papa se puede considerar como una bendición para las familias mexicanas y la sociedad en general. En el vuelo hacia México, el Santo Padre concedió una entrevista a algunos periodistas, en la que pidió “desenmascarar esta idolatría del dinero… desenmascarar las falsas promesas, la mentira, la estafa, que está detrás de la droga” (cfr. Encuentro de Benedicto xvi con los periodistas durante el vuelo hacia México, 23 de marzo de 2012).

12

mg

En su primer discurso, el Papa pidió no desfallecer “en la construcción de una sociedad cimentada en el desarrollo del bien, el triunfo del amor y la difusión de la justicia”, asimismo, se proclamó “peregrino de la fe, de la esperanza y la caridad” y externó su deseo de “confirmar en la fe a los creyentes en Cristo, afianzarlos en ella y animarlos a revitalizarla con la escucha de la Palabra de Dios, los sacramentos y la coherencia de la vida”. También nos invitó a contribuir “a una convivencia respetuosa y pacífica, basada en la inigualable dignidad de toda persona humana, creada por Dios, y que ningún poder tiene derecho a olvidar o despreciar” (cfr. Ceremonia de bienvenida en el aeropuerto internacional de Guanajuato, León, 23 de marzo de 2012).


Abril 2012

Su Santidad expresó su preocupación por los niños, “particularmente los que soportan el peso del sufrimiento, el abandono y la violencia o el hambre” y agregó: “Deseo elevar mi voz invitando a todos a proteger y cuidar a los niños, para que nunca se apague su sonrisa, puedan vivir en paz y mirar al futuro con confianza” (cfr. Saludo a los niños en la Plaza de la Paz de Guanajuato, León, 24 de marzo de 2012). Algunos Misioneros de Guadalupe tuvimos la oportunidad de vivir esta experiencia impresionante. El domingo 25 madrugamos para participar en el viacrucis que se llevó a cabo a cabo en el Parque Bicentenario; en una parte del lugar se prohibió el acceso a los vehículos que no contaban con autorización, aunque nuestro auto estaba acreditado no pudimos ingresar con él y tuvimos que dejarlo en un estacionamiento cercano

a la autopista León–México, cerca de Silao, entonces nos integramos a la multitud, y con mucho entusiasmo y alegría caminamos seis kilómetros; cuando llegamos al sitio que nos habían asignado, notamos que ya estaba ocupado, por lo tanto nos reubicaron en la zona dos, y desde ahí participamos en la Celebración Eucarística masiva. Si bien el Sumo Pontífice no cuenta con una solución para detener la violencia que actualmente se vive en México, contribuye a su pacificación con sus mensajes de esperanza, de aliento y de fe. Espero que esta visita del Papa nos ayude a crecer como cristianos y nos aliente a seguir trabajando en la construcción de una sociedad más fraterna y solidaria en la que se vivan los valores del Reino de Dios, para que la justicia llegue a todos los rincones de nuestra patria. 13


Museo mg Nuestra Señora de la Inmaculada Concepción Aletia Gómez Olalde, Museo La imagen de Nuestra Señora de la Inmaculada Concepción es una de las formas de devoción mariana que tuvo gran influencia en los católicos de Estados Unidos. En 1673, un grupo de jesuitas franceses realizó una expedición al estado de Luisiana, Estados Unidos, que se extendía hacia el norte por el río Misisipi hasta Canadá; en aquel lugar veneraban a la Madre de Dios con el título de Inmaculada. Ese año, Jacques Marquette, uno de los exploradores, nombró al río Misisipi el “Río de la Inmaculada Concepción”.

mg

La devoción por Nuestra Señora floreció en el siglo xix, y en el vi Concilio Provincial de Baltimore en 1846, los obispos de Estados Unidos solicitaron que la Virgen con el título de la Inmaculada Concepción fuera proclamada patrona de la Iglesia católica de Estados Unidos. Dicho decreto fue confirmado por el Papa Pío ix en 1847. El Obispo auxiliar de Baltimore, Maryland, Thomas Joseph S. (1857-1932) propuso la construcción de un templo dedicado a la Virgen, en Washington, dc, la capital del país; la edificación de la Basílica del Santuario Nacional de la Inmaculada Concepción comenzó en 1920 y concluyó en 1959.

14

Este santuario es el más grande de Estados Unidos, y ocupa el octavo lugar en el mundo, anualmente lo visitan millones de peregrinos locales y de otros países y es considerado como un símbolo del catolicismo del siglo xx en Estados Unidos.


Centro de Orientación Vocacional

Abril 2012

El aprendizaje transformacional en la transmisión de la fe (primera parte) Jorge Alberto Heredia Murillo, auxiliar administrativo del “La pregunta acerca de la transmisión de la fe, que no es una empresa individualista y solitaria, sino más bien un evento comunitario, eclesial, no debe orientar las respuestas en el sentido de la búsqueda de estrategias comunicativas eficaces y ni siquiera debe centrar la atención analíticamente en los destinatarios, por ejemplo los jóvenes, sino que debe ser formulada como una pregunta que se refiere al sujeto encargado de esta operación espiritual. Debe transformarse en una pregunta de la Iglesia sobre sí misma. Esto permite encuadrar el problema de manera no extrínseca, sino correctamente, porque cuestiona a toda la Iglesia en su ser y en su vivir. Tal vez así se pueda comprender también que el problema de la infecundidad de la evangelización hoy, de la catequesis en los

cov

Monterrey

tiempos modernos, es un problema eclesiológico, que se refiere a la capacidad o a la incapacidad de la Iglesia de configurarse como real comunidad, como verdadera fraternidad, como un cuerpo y no como una máquina o una empresa”. (Lineamenta de la xiii Asamblea general ordinaria del sínodo de los Obispos, “La nueva evangelización para la transmisión de la fe cristiana). Algunos efectos de la globalización son el ritmo acelerado de vida y el dominio del pensamiento, producidos por el sistema económico capitalista en el que predomina el mercado. ese trata de la lucha del fuerte contra el débil, del rico contra el pobre; aunque en su discurso parece que se resalta la importancia de las personas y sus buenas intenciones, en la realidad no se favorecen la dignidad ni el valor de ellas.

15


Esto no es nuevo, la forma puede cambiar, pero el fondo es el mismo, son versiones distintas o actualizadas, como se puede ver en la epístola de san Pedro: “sabiendo que habéis sido rescatados de la conducta necia heredada de vuestros padres, no con bienes corruptibles, como el oro y la plata” (1 P, 1, 18). Me pregunto ¿por qué no hacemos nada al respecto? ¿Esto es lo que queremos heredar a la próxima generación? También es importante observar que este modelo de vida se repite en otros contextos, pongamos especial atención en nosotros mismos, que somos parte de la Iglesia y cuestionemos ¿quién nos dirige? ¿quién nos 16

ayuda a realizar nuestras obras? ¿nuestro esfuerzo, nuestra inteligencia? o ¿podemos afirmar que el Espíritu Santo nos ayuda en todo lo que realizamos? Ahora bien, ¿qué pasaría si en determinado momento alguna de las personas que labora dentro de la Iglesia pierde de vista el Espíritu Santo?¿qué sucedería si pierde de vista a Dios? ¿pensaría que la Iglesia es una empresa? Podría suceder, pero ¿cómo llegamos a este punto? Podemos inferir que se trata de conductas individualistas y egoístas, se trata de “apariencias de bien” (cfr. Benedicto xv, Maximum Illud, 1919), sin embargo es preciso señalar que la Iglesia no es una empresa, mucho menos el cristianismo.


Abril 2012

Direcciones

¿Cómo está viviendo la dimensión de fe la Dirección de Desarrollo? P. Salvador Arufe Gil,

mg

La Dirección de Desarrollo tiene una Misión, visión, objetivos específicos y valores bien definidos, establecidos en sus propios estatutos, los cuales fueron aprobados por el Superior General y el Consejo General, para cumplir con el plan institucional en favor de la Misión ad gentes al estilo de Nuestra Señora de Guadalupe. Como Director general de Desarrollo, me preocupa y me inquieta saber cómo se vive la dimensión de fe entre el personal que colabora en esta área. Aunque estoy consciente de que cada uno de nosotros expresa su fe con toda libertad y en el campo laboral hacemos planes, nos fijamos metas y llevamos a cabo tareas para recaudar recursos materiales para las Misiones, creo que en nuestra vida cristiana no hemos llegado al fondo del problema.

pregunto si esto sucede por el cargo que desempeño como Director de Desarrollo. Si Misioneros de Guadalupe es una institución con principios y valores cristianos bien definidos, ¿por qué no hay un crecimiento espiritual progresivo? ¿acaso no damos un testimonio de identidad como sacerdotes y Misioneros? Por otro lado, el doble papel que desempeñamos como administradores y sacerdotes ¿podría ser un obstáculo para que el personal deposite su confianza en nosotros? Y quedan muchas otras preguntas por responder.

En el tiempo que llevo laborando en la oficina de la ciudad de México, algunos aspectos me han llamado la atención, por ejemplo, en la Misa que se celebra el primer viernes de cada mes la participación es regular (claro, el acceso es libre) y son pocos los que se acercan a comulgar; en la Cuaresma del año pasado, su servidor se ofreció para confesar en el oratorio, todos los viernes de 2 a 4 de la tarde, a la gente que deseara acercarse al Sacramento de la Reconciliación, pero la respuesta fue muy pobre. Me 17


En el plan de trabajo de la Dirección de Desarrollo se contempla el valor espiritual con la intención de que el personal y la Dirección trabajemos como familia, participando de esta vida juntos, y para que a nuestro trabajo adquiera un verdadero sentido cristiano-guadalupano. Los medios para fomentar este mensaje son las oraciones matutinas y la celebración mensual de los aniversarios, ya que en ambas actividades participan todas las Direcciones. En la Cuaresma de este año, el Papa Benedicto xvi nos ofrece una vez más la oportunidad de reflexionar sobre el corazón de la vida cristiana: la caridad. Este es un tiempo 18

propicio para que, con la ayuda de la Palabra de Dios y de los Sacramentos, renovemos nuestros caminos de fe personal y comunitaria. Se trata de un itinerario marcado por la oración y el acto de compartir, por el silencio y el ayuno, en espera de vivir la alegría pascual. Invito a todos los que conformamos esta familia misionera para que dialoguemos y realicemos este proyecto de formación espiritual misionera al estilo de la Virgen de Guadalupe.


Club de Niños mg

Abril 2012

La fe como regalo en el mes del niño

Diana Elisa Reyes Hernández, auxiliar administrativo del Club de Niños mg México “Dejen que los niños vengan a mí, y no se lo impidan, porque el reino de Dios es de quienes son como ellos” (Mt 19, 14).

fomentar los valores, enseñarlos a orar, a honrar a sus padres y a cumplir con los mandamientos del Señor, para que al crecer cosechen buenos frutos.

El Día del Niño se celebra cada año en diferentes fechas dependiendo del país. Con ocasión de este festejo queremos exaltar el valor de la infancia y subrayar algunas de las responsabilidades de los adultos, principalmente de los padres de familia, ya que ellos tienen la capacidad de inculcar la fe en los niños, desde que son bautizados y llamados hijos de Dios; así como

Es una labor primordial de los educadores y padres de familia el hacer valer los derechos de los niños y llevarlos por el buen camino, ya que ellos serán los promotores del amor de Dios y llevarán su mensaje a quienes lo necesiten, pues hay gente en otros países que carece de fe, desconoce la Palabra del Señor y busca un consuelo para sus tragedias.

19


En los encuentros misioneros el Club de Niños mg tiene la oportunidad de enseñar y promover algunos valores como la fe a través de personajes como Akira, Malaika y Yupanki. En estos eventos, el Club de Niños busca crear consciencia y sembrar la semilla de la fe en el corazón de los pequeños por me20

dio de animaciones misioneras, obras de teatro, juegos y otras actividades. Creemos que es importante construir un futuro lleno de esperanza y de fe, que pueda garantizar la paz entre las personas y en el que se viva el verdadero mensaje de Dios.


Liturgia El memorial de la Pascua1 Me resulta difícil decir si el ritual judío de la cena pascual precede la Mishná o se inspira en ella, cuando declara: “En todas las generaciones … el hombre debe considerar como si él mismo hubiera salido de Egipto, porque se ha dicho: ‘hacemos esto para recordar lo que hizo por mí el Señor cuando salí de Egipto’ (cfr. Ex 13, 8). No solamente el Santo salvó a nuestros padres, sino que nos rescató junto con ellos” (cfr. Sanhedrin x, 5). En el verbo wehiggdetá (contar) se refleja la palabra haggada, es decir, la narración que actualiza los acontecimientos y los personajes de la Escritura. Con esta cita penetramos en la noción de memorial (cfr. Ex 13, 9) en su doble movimiento. La acción liberadora del pasado guarda su fuerza en cualquier tiempo, pero toca al creyente el ponerse en la presencia de los acontecimientos, y según el concepto de un Dios implicado en la historia, es el recuerdo del pueblo el que incita al Señor a terminar su obra.

la Palabra sobre las tinieblas; la noche del sacrificio de Isaac, victoria de la promesa sobre la muerte; la noche de la salida de Egipto, fundadora de la adopción filial de Israel; “la cuarta noche en que el mundo llegue a su fin”. Entonces Moisés, luego el desierto y el Mesías abrirán el nuevo Éxodo llevando al cosmos y a la humanidad a su término. El memorial, sobre todo el de la Pascua, asume la totalidad del tiempo, se traduce en la acción de gracias y desemboca en la petición, sobre la aspiración al cumplimiento total de la salvación. Hagan esto en memoria mía (1 Co 11, 24) En tiempos de los cristianos, la anámnesis culmina en la narración de lo que el Señor realizó por nosotros, es decir, en su Pasión y en su Resurrección. La anámnesis eucarística hace memoria de la Pascua de Cristo para beneficiarnos hoy de su salvación.

La Pascua no conmemora solamente la salida de Egipto: “Cuatro noches están inscritas en el Libro de las Memorias” (cfr. Ml 3, 16; Dn 7, 10), la imagen sugiere una especie de agenda que recordaría al Señor las citas festivas de su obra de salvación. Estas cuatro noches son la creación, victoria de la luz de 1

Resumen del texto de Claude Tassin, “Hacer memoria: Memorial y anamnesis en las fuentes judías de la Eucaristía”, publicado en

Actualidad Litúrgica, núm. 225, marzo-abril de 2012, pp. 9-11.


Apostolado de la oración Intención general Que muchos jóvenes sepan acoger el llamado de Cristo para seguirlo en el sacerdocio y en la vida religiosa.

Intención misionera Que Cristo Resucitado sea signo de segura esperanza para los hombres y las mujeres del continente africano.

Misioneros de Guadalupe Cantera 29, Col. Tlalpan, Del. Tlalpan, cp

14000, México df

comunicacionmg@gmail.com mgmultimediamg@gmail.com Tel. (01 55) 5573 2500 www.mg.org.mx www.comunicacion.mg.org.mx

Papa Benedicto xvi

Boletin MG Abril  

Abril 2012

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you