Page 1

4

Medio Ambiente

Investigación revela alto riesgo de pandemia de malaria en el país.

Entrevista

9 ElLlinás 15 neurólogo Rodolfo rajó el sistema de educación colombiano.

Tecnología

En la sabana de Bogotá, residuos de clavel se están convirtiendo en papel.

21 Cultura Cuál fue la herencia filosófica del pensador Richard Rorty.

Página web: http//unperiodico.unal.edu.co Correo electrónico: unperiodico_bog@unal.edu.co Bogotá D.C. No. 104, domingo 9 de septiembre de 2007

El profesor estadounidense Edward Wilson durante

Unimedios

Publicación de la Universidad Nacional de Colombia • ISSN 1657-0987

su visita en la Universidad Nacional de Colombia, donde conversó con profesores y estudiantes.

El “Doctor Hormiga”

El biólogo Edward Wilson, conocido como el padre de la Biodiversidad, estuvo en Colombia y visitó la colección de insectos del Instituto de Ciencias Naturales de la UN. Además, estuvo en Mariquita recorriendo los pasos del sabio José

Pág. 11-12

Celestino Mutis. Perfil de un hombre que descubrió el lenguaje de las hormigas. ¿Adónde va a caer este globo? análisis sobre calentamiento global

Colombia, por fuera del mundial 2020 en ciencia y tecnología

El profesor Óscar José Mesa, de la UN, explica qué factores inciden en el calentamiento global de la tierra y qué tanta conciencia hay en el mundo sobre este problema.

Un informe de una prestigiosa entidad norteamericana no da buena cuenta del lugar que ocupa Colombia en el mundo en investigación científica y tecnológica.

2

13




Medio Ambiente Los problemas derivados del cambio climático, la pérdida de biodiversidad, la explosión demográfica, las desigualdades sociales, la aglomeración en ciudades,

Esta fotografía aérea

fue tomada hace pocos días en Groenlandia, donde se ven los preocupantes efectos del deshielo de los glaciares. En el helicóptero viajaban la Canciller de Alemania, Angela Merkel, y el Ministro del medio ambiente, Signar Gabriel.

Óscar José Mesa Sánchez

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Profesor Universidad Nacional de Colombia

El clima global está cambiando debido a la influencia del hombre, principalmente por la emisión de CO2 a la atmósfera como resultado de la quema de combustibles fósiles. Las consecuencias de este cambio son significativas y en general perjudiciales para la actividad humana. Esta es la conclusión de miles de científicos de muchas nacionalidades que están investigando el asunto desde 1988. Desde esa fecha, por iniciativa del Programa Ambiental de las Naciones Unidas, se conformó un Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático que ha producido cuatro reportes muy completos. En el último, publicado por volúmenes en este año, se examina el tema a profundidad y se establece esta conclusión con muy alto nivel de confianza. La influencia humana sobre el sistema natural climático continuará a pesar de que se tomen acciones de fondo para transformar el modelo energético. La inercia de la infraestructura energética y el tiempo de permanencia del CO2 en la atmósfera así lo indican. Además, está en duda que se tomen medidas efectivas.

¿Adónde va a caer

este globo?

Los Estados Unidos, principales responsables de las emisiones de gases invernadero, no han comenzado a controlarlas seriamente y no parece que haya siquiera una esperanza de que lo hagan en el inmediato futuro. Las acciones del resto de países, acordadas en el Protocolo de Kioto, a pesar de lo importan-

incertidumbres que los científicos tienen que reducir, cuantificar y saber comunicar mejor. Para la mayoría de profesiones las implicaciones prácticas son de fondo y van a ser cada vez más evidentes en los próximos años y décadas. Por ejemplo, los estudios

En los últimos cincuenta años la población se multiplicó por 2,44 al pasar de 2,5 a 6,1 millardos. Los ingresos totales se incrementaron siete veces al pasar de 1,7 a 12 billones (1012) de dólares americanos. tes, no serán suficientemente efectivas. Las consecuencias del cambio climático no serán menores, pero no hay la suficiente conciencia entre el público en general, ni entre los responsables de las decisiones. Subsisten muchas

y diseños que los ingenieros realizan para la prevención y control de inundaciones se basan en la hipótesis de que el pasado contiene la información necesaria para cuantificar los eventos extremos del futuro. El cambio climá-

tico le resta fundamento a estos métodos que por lo tanto necesitan re-hacerse. Para otras profesiones, los desafíos son semejantes o incluso mayores. La infraestructura energética tiene que rediseñarse para mejorar la eficiencia e incorporar en mayor medida las llamadas fuentes renovables. La agricultura, los hábitos de alimentación, las ciudades, la arquitectura, el uso de los materiales, la educación, las relaciones sociales, la administración, la política, en fin, todas las actividades humanas requieren re-examinarse ante el desafío de la sostenibilidad.

Preocupación reciente Durante la época de las llamadas guerras mundiales y en particular ante la amenaza atómica y nuclear fue evidente una preocupación por el futuro de la humanidad. La preocupación por

AFP

la escasez del agua, la pobreza, la acumulación de desperdicios y la erosión ya afectan regiones y tienden a agravarse y a expandirse. Pero, ¿qué tanta conciencia hay en el mundo de esta situación?

recursos no renovables tiene menos de un siglo y todavía más reciente es la inquietud por los recursos renovables, que inicialmente se miraron sólo localmente. El concepto de sostenibilidad apenas está entrando al diccionario. El hombre es sólo uno de los componentes del sistema Tierra, por importante que nos parezca. El nacimiento de la física clásica nos sacó de la ilusión de la Tierra como centro del universo. Subsecuentes desarrollos científicos han ayudado a romper otras ilusiones centristas, pero la fragmentación que resultó de la explosión de conocimiento dejó algunas en pie. Entre ellas la idea subyacente de que la Tierra como medio ambiente en el cual se desarrolla la actividad humana era inmutable e infinita. Pero la misma ciencia permitió a la humanidad adquirir la capacidad de cambiar inadvertidamente la Tierra, más allá de los cambios locales o regionales que hemos experimentado desde el neolítico. Para conocer (entender y predecir) la Tierra y los cambios que le estamos produciendo es necesario integrar conocimientos parciales para abocar las interacciones entre los subsistemas, relaciones que tienen importancia de primer orden. Los pro-

Director: Luis Alberto Restrepo Editor general: Carlos Alberto Patiño Villa Comité editorial: Jorge Echavarría Carvajal • Egberto Bermúdez • Paul Bromberg • Alexis de Greiff • Fabián Sanabria • Rafael Pardo Rueda Coordinación editorial: Gabriel Romero Campos • Coordinación periodística: Diamilia Aguirre • Coordinación gráfica: Ricardo González • Corrección: VJ Romero • Fotografía: Christian Plazas R. • Diseño: Michel Riveros - CEET • Impresión: Impresión Comercial Casa Editorial El Tiempo Las opiniones expresadas por los autores y sus fuentes no compromenten los principios de la Universidad Nacional ni las políticas de UN Periódico Página web: http://unperiodico.unal.edu.co Versión Internet: UNDigital Correo electrónico: unperiodico_bog@unal.edu.co Teléfonos: 316 5348 - 316 5000 extensión: 18384 / Fax: 3165232 Edificio Uriel Gutiérrez Transv. 38 Nº 40-04, piso 5º. ISNN1657-0987


Medio Ambiente

En los últimos cincuenta años la población se multiplicó por 2,44 al pasar de 2,5 a 6,1 mil millones. Los ingresos totales se incrementaron siete veces al pasar de 1,7 a 12 billones (1012) de dólares americanos. El ingreso per capita se multiplicó por tres, la producción de granos por tres, el consumo de energía por 5,4, el del agua por seis, la captura de peces por cinco, la productividad agrícola por 2,6, pero el área cultivada sólo por 1,14.

Otro ejemplo de

sidad. Más de 875 millones de adultos son analfabetas y 115 millones de niños no van a la escuela, y el 60% de los analfabetas son mujeres. Más de mil millones padecen enfermedades como paludismo, tuberculosis, disentería y sida, que podrían prevenirse o erradicarse. En años recientes hemos asistido a la aparición de enfermedades sin antecedentes. La desigualdad de género es aberrante en muchos lugares. Los países en vías de desarrollo han escogido un modelo copiado de los más desarrollados, que no es sostenible para toda la Tierra. El caso de China es dramático por su tamaño. La demanda por energía ya compite por los alimentos que pueden convertirse en combustibles. La geopolítica de la escasez empieza a determinar el orden mundial. Los cálculos más optimistas muestran que no hay manera de acomodar tal crecimiento. Por ejemplo, si el número de automóviles per capita en China alcanza

Crece la brecha

los estándares actuales de los Estados Unidos (tres carros por cada cuatro personas), llegaría a 1.100 millones de carros, mucho más que la flota mundial actual de 800 millones. Sólo para estacionamiento, calles y carreteras se necesitaría un área nueva igual a la que tiene actualmente sembrada en arroz. Además, el efecto de tal eventualidad sobre el consumo de combustibles, lubricantes, caucho, plástico, acero etc. se sale de toda proporción con los niveles actuales.

El crecimiento económico no se ha reflejado en beneficios para todos. Socialmente hay una brecha que cada vez se amplía más entre quienes tienen acceso a todos los medios y una gran mayoría privada de hasta los más esenciales elementos de subsistencia. Más de 800 millones de personas padecen de hambre, la mayoría en África al sur del Sáhara y en India. La desnutrición afecta a un quinto de la población y otro quinto padece de obe-

La arqueología tiene ejemplos de civilizaciones admirables que declinaron y desaparecieron por efecto de cambios ambientales. Hay varios casos que merecen consideración. Uno de ellos es el de la civilización sumeria, hace 6.000 años, que fue próspera cuna de las primeras ciudades y de la primera forma conocida de escritura. Todo indica que la salinización de los suelos, producto de una irrigación inadecuada, acabó con su agricultura y precipitó su declinación. ¿Estamos frente a una crisis ambiental semejante a escala de toda la Tierra? Pero no sólo diagnósticos y llamados de atención son necesarios, los aportes constructivos son más urgentes. Nuestra propuesta para la Tierra incluye la substitución de combustibles fósiles por alternativas más limpias como la energía eólica, la energía solar, las celdas de combustible, las pequeñas centrales hidroeléctricas, los bio-combustibles.

debe enviar las señales ambientales necesarias para un desarrollo sostenible. La universalización de la educación, no sólo de la elemental, es fundamental para la equidad social, en el sentido de igualdad de oportunidades. La educación de la mujer es fundamental en sí misma y para asegurar los derechos reproductivos y la capacidad de decisión responsable sobre la procreación. La salud preventiva, apoyada en adecuada nutrición y niveles de ejercicio adecuados, debe redundar en aumento de la esperanza de vida. El desarrollo debe significar mayor libertad, igualdad de oportunidades. Algunas de estas propuestas implican desarrollos tecnológicos; otras, ajustes al sistema económico y político. Los ciclos de innovación tecnológica requieren intervención, las decisiones globales requieren desarrollo de la gobernabilidad global. La democracia requiere profun-



Más de 800 millones de personas padecen de hambre, la mayoría en África al sur del Sáhara y en India. La desnutrición afecta a un quinto de la población y otro quinto padece de obesidad. Más de 875 millones de adultos son analfabetas y 115 millones de niños no van a la escuela, y el 60% de los analfabetas son mujeres. El predominio del transporte público sobre el automóvil, de la economía del reuso y reciclado de materiales en lugar de la del desperdicio y los desechables, la mejora en la eficiencia del uso del agua y la energía. El aprovechamiento sostenible de los bosques. El rediseño de las ciudades para los ciudadanos, con predominio de caminos peatonales y ciclovías. En la economía, los precios deben reflejar los costos ambientales. Mediante permisos transables o cruce de subsidios e impuestos el mercado

dización. Tal plan es factible, su financiación requiere una fracción de lo que actualmente se dedica a la guerra. El único factor crítico es la voluntad política. En el libro de mi autoría ¿Adónde va a caer este globo? Acerca del futuro de la Tierra, Universidad Nacional de Colombia, Medellín, 2007, se trabajan todos estos temas al nivel que todo estudiante universitario requiere y de acuerdo con las exigencias de la ciudadanía global actual.

los devastadores efectos del calentamiento global se observa en el Tibet, pero esta situación no parece preocupar demasiado a los pobladores de zonas cercanas.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

El ingreso per capita se multiplicó por tres, la producción de granos por tres, el consumo de energía por 5,4, el del agua por seis, la captura de peces por cinco, la productividad agrícola por 2,6, pero el área cultivada sólo por 1,14.

Las predicciones para los próximos años son de un crecimiento poblacional ligeramente inferior al anterior y crecimiento en la economía y en el consumo de recursos semejante al crecimiento histórico. Pero varias regiones han llegado a niveles de agotamiento de los recursos. Estamos cortando árboles más rápido de lo que se pueden regenerar, el sobrepastoreo está desertificando vastos territorios. Hay sobreexplotación de los acuíferos y disminución de caudales de los ríos. Las tasas de erosión superan las de formación de los suelos y se está perdiendo la fertilidad de la tierra. Estamos pescando más rápido que la capacidad de reproducción de los peces. Hay pérdida considerable de biodiversidad, acumulación de desperdicios. Estamos inyectando CO2 a la atmósfera a tasas más altas que las que puede absorber intensificando el efecto invernadero, que lleva al calentamiento global. Las consecuencias para la vegetación y la fauna son en muchos casos negativas. El calentamiento también trae aumento del nivel del mar. El desafío es global. Por mucho tiempo, la humanidad vivió de los rendimientos del patrimonio natural; hoy estamos consumiendo no sólo los intereses, sino también el capital.

AFP

blemas derivados del cambio climático, la pérdida de biodiversidad, la explosión demográfica, las desigualdades sociales, la aglomeración en ciudades, la escasez del agua, la pobreza, la acumulación de desperdicios y la erosión ya afectan regiones y tienden a agravarse y a expandirse. Esta capacidad de perturbar trae nuevas preguntas que sólo se pueden abordar desde una mirada integral. No hay duda de que muchas decisiones habrá que tomarlas sin total conocimiento. Por eso es necesario divulgar lo que se sabe y hacer claridad sobre lo que se desconoce.


Equipo periodístico,

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Unimedios

Los brotes de malaria ocurridos en Colombia durante El Niño de 1997-1998 y los casos autóctonos diagnosticados en Nueva York hace dos años prendieron alarmas en el mundo científico. Este hecho fue una constatación más en las investigaciones de un grupo de académicos colombianos, que desde hace 11 años adelantan estudios para corroborar su tesis: las altas temperaturas contribuyen para que esta enfermedad parasitaria cause epidemias en el país. “Comprobamos que cuando llega El Niño hay mucha más incidencia de malaria en Colombia”, aseguró el profesor Germán Poveda, investigador de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional de Colombia en Medellín, e integrante del grupo de científicos a los que la Fundación Alejandro Ángel les otorgó una Mención de Honor este año. Fue un reconocimiento a la creación de un Sistema de Alerta Temprana para la Malaria, investigación nacida de la preocupación por el aumento de casos. “En estos sitios, los mosquitos encontrarán un medio adecuado para sobrevivir y transmitir la malaria. Es decir, que hay zonas nuevas maláricas que se están creando como consecuencia del calentamiento”, explicó Iván Darío Vélez, Director del Programa de Estudio y Control de Enfermedades Tropicales, Peces, de la Universidad de Antioquia, grupo que también hace parte de la investigación. Con el estudio se demostró que cuando la temperatura media de la Tierra aumenta en solo 1.5 grados (proceso que en condiciones normales dura años) se puede desatar un brote epidémico de la enfermedad. Esto fue lo ocurrido en 1998 cuando el mundo experimentó la ocurrencia del fenómeno El Niño. Por ello, los científicos alertan sobre una reemergencia en Colombia de las enfermedades transmitidas por vectores como el dengue, la leishmaniasis, que ya ha llegado a centros urbanos, y la malaria, también llamada paludismo. “Tenemos más casos de esta enfermedad en estos últimos tiempos que hace 20 ó 30 años”, subrayó el Director del Pecet. María V. Valero-Bernal, del departamento de Medicina Interna de la Universidad Nacional de Colombia en Bogotá, en su artículo La Malaria en Colombia: Mirada retrospectiva a los últimos 40 años, publicado en una revista internacional, asegura que en cuatro décadas el riesgo de sufrir malaria en Colombia aumentó 25 veces.

Punto de arranque Aunque estas cifras fueron publicadas años más tarde, precisamente estadísticas como estas fueron las que dieron inicio a las investigaciones del grupo de científicos. Los estudios nacieron a raíz de la tesis doctoral del profesor Germán Poveda, trabajo centrado en la incidencia de los fenómenos de El

Amenaza una

pandemia de malaria

Científicos de las universidades Nacional de Colombia en Medellín y de Antioquia crearon el Sistema de Alerta Temprana para la Malaria. El Fenómeno del Niño y el calentamiento global preocupan, pues nacen nuevos focos en zonas frías, antes libres del flagelo. Pero no toda la culpa es del calentamiento.

Lugares como este son

propicios para que se presenten brotes de malaria, pues los mosquitos encuentran todo el terreno para sobrevivir y transmitir la enfermedad. Niño y La Niña sobre el clima y la hidrología de Colombia, que mereció el primer premio de la misma Fundación Alejandro Ángel Escobar en la categoría de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales. En 1995 en uno de los viajes del profesor a Chile, donde expuso su tesis, se enteró que con El Niño aparecen en el sudeste asiático epidemias de fiebre amarilla o malaria. A su regreso, Poveda contactó al Dr. William Rojas Montoya, de la Corporación para Investigaciones Biológicas (CIB). Sus indagaciones en las cifras oficiales corroboraron las sospechas traídas desde el país austral: en Colombia los casos de malaria se incrementan de manera exponencial con este fenómeno climático. “En esa ocasión, en 1996, escribimos un artículo en un congreso colombiano de hidrología sobre la primera evidencia que se mostraba de la asociación de la ocurrencia de El Niño y la aparición de epidemias maláricas en Colombia. Epidemias porque en Colombia esta enfermedad es endémica, es decir, que en las zonas bajas, calientes y húmedas hay siempre malaria. Lo que pasa es que cuando ocurre este fenómeno se aumentan las temperaturas del aire, hay menos lluvia, aparecen aguas estancadas, factores que aumentan los casos de malaria”, explicó Poveda. El docente-investigador de la Escuela de Geociencias y Medio Ambiente de la Facultad de Minas emprendió la investigación en compañía de sus colegas de la CIB y el Pecet de la Universidad de Antioquia. El grupo interdisciplinario e interinstitucional trabaja desde hace 11 años en diversos proyectos patrocinados por Colciencias y el Instituto Interamericano para la Investigación del Cambio Climático. En el 2001, la Fundación Alejandro Ángel le otor-

gó al grupo una Mención de Honor por los primeros trabajos publicados sobre la malaria. Ahora en el 2007, vuelven a tener esta mención honorífica por la misma Fundación.

A prueba de calor Para esta investigación fue necesaria una conjunción de ciencias como la climatología, la ingeniería, la hidrología, la entomología, la biología, la salud pública y la epidemiología. Se lograron avances para entender los mecanismos físicos por los cuales la incidencia aumenta cuando se da el fenómeno El Niño. Los investigadores miraron con lupa las series maláricas históricas en Colombia para examinar el comportamiento de la enfermedad con la presencia del fenómeno de El Niño. Luego, desarrollaron modelos matemáticos para explicar y predecir los casos de incidencia malárica incorporando factores climáticos, entomológicos y biológicos. Efectuaron los respectivos estudios en laboratorios con cámaras climáticas controladas. “Determinamos cómo el aumento de temperatura afecta el ciclo de vida y reproducción del mosquito que transmite la malaria y cómo se reduce el tiempo de incubación del parásito dentro del mosquito. Es decir, que una mayor temperatura acelera el desarrollo vital del insecto vector (que transmite la enfermedad). Así, el parásito tiene menos tiempo de incubación y aumenta la tasa de picadura; es como si se volviera más sediento”, aclaró Poveda. Los estudios determinaron que durante la ocurrencia del fenómeno de El Niño los casos ascienden en un 40 ó 50 por ciento más. “La incidencia de malaria en Colombia tiene dos rasgos: es creciente, lo que también

Unimedios



Medio Ambiente

puede ser una evidencia de cambio climático, y hay picos epidémicos cuando ocurre El Niño”, agregó el Profesor. Según las cifras proporcionadas por el Pecet, se diagnostican 140 mil casos anuales en Colombia, de los cuales 60 por ciento son producidos por el Plasmodium vivax, que no es tan letal como el Plasmodium falciparum, pero sí de cuidado. Las poblaciones más afectadas por este flagelo están ubicadas en zonas menores a los 1.000 metros sobre el nivel del mar. Dentro de ellas está la Amazonia, el Pacífico, el Caribe, la Orinoquia, Urabá y las riberas de los ríos Cauca y Sinú.

Avance al retroceso Pero no todo es el clima. La interdisciplinariedad del grupo investigativo permitió mirar la problemática en un contexto más amplio. “Este es un problema muy complejo porque siempre la incidencia de enfermedades es un problema multifactorial, no tiene que ver solo con el clima, sino que también está relacionado con la organización del sistema de salud pública: con su infraestructura física, los programas de prevención, control de enfermedades, etc.”, sostuvo el académico Poveda. Según su colega, el profesor Iván Darío Vélez, del Pecet, los programas para el control de la malaria han fracasado. Años atrás se pensaba que al erradicar el mosquito por medio de fumigaciones en los hogares con DDT y el tratamiento de los pacientes con cloroquina se acabaría con la malaria. Pero rápidamente el mosquito cambió de comportamiento y evitaba dormir en las paredes de las casas. El parásito empezó a mostrar resistencia al medicamento, lo que hizo que las medidas fueran insuficientes.

El control también fracasó por la violencia en los campos, que puso el palo en la rueda a la labor de los fumigadores e hizo que grandes grupos de población se desplazaran a otras tierras donde se contagiaban fácilmente de la enfermedad o quienes estaban infectados la transportaran a otros poblados, donde estaban los zancudos vectores, creando nuevos focos de transmisión de la enfermedad. Todo esto, sumado a la poca disponibilidad del medicamento, los deficientes servicios de salud en algunas zonas, la desnutrición y los pocos recursos que se le dan a los programas de prevención y tratamiento. Además, la salud pública en Colombia está atravesada en muchas zonas, especialmente las de incidencia malárica, por problemas de corrupción, desatención médica y precariedad en la calidad de vida. “Los esfuerzos del país son insuficientes, por eso tenemos más malaria. Si tuviéramos un buen programa de control la enfermedad debería estar bajando. No erradicada, pero sí, al menos, controlada”, destacó Vélez. Sin embargo, Poveda indicó que el Instituto Nacional de Salud está dando los primeros pasos de un proyecto de adaptación al cambio climático para prevenir sus efectos perjudiciales en relación con la malaria y el dengue hemorrágico.

Llegó el Sigma Para dar un recurso a las autoridades en prevención y control de enfermedades, los investigadores desarrollaron un Sistema de Información Geográfica para la Malaria en Colombia, Sigma, un software donde se encuentra la información malárica y su relación con el clima en el país. Los datos se encuentran relacionados a nivel nacional, departamental y municipal. El programa permite ver series históricas de comportamiento de la malaria en cualquier sitio de Colombia y sus correlaciones climáticas. El sistema tiene por objeto identificar cambios en patrones climáticos que puedan conducir al aumento de la incidencia de malaria y epidemias relacionadas con condiciones ambientales. Proporciona datos con los que se puede predecir qué zonas serán afectadas con las altas temperaturas, no solo el Fenómeno del Niño sino el calentamiento global en general. El Sigma posibilitará adelantarse a la epidemia e implementar acciones para evitar contagios y muertes. “Esto es muy importante porque si anticipamos la venida de El Niño podemos decirle al Ministerio de Protección Social dónde es necesario desarrollar planes de mitigación y control de la enfermedad”, subrayó Poveda. La idea es que sirva de herramienta para las autoridades en salud como el Ministerio de Protección Social. Lo que se espera es que esta autoridad continúe actualizando este mapa y se adelante a las epidemias.


Economía Asesor Unidad Análisis Estadístico Dane

Introducción Generalmente durante la primera parte de la fase expansiva del ciclo económico se presenta un crecimiento del producto acompañado de un incremento en el empleo. Sin embargo, recientemente a nivel internacional, en los periodos de expansión se han observado altas tasas de crecimiento del producto asociadas no sólo con una recuperación muy lenta o nula del empleo, sino que al mismo tiempo en algunos casos se han registrado incrementos de la tasa de desempleo. Lo que ha llamado fuertemente la atención es que el fenómeno se ha venido acentuando en las últimas expansiones y en distintas economías nacionales. Aquí se contrasta lo que recientemente viene ocurriendo en el país en materia de desempleo, con lo que acontece en otros países, que en los últimos años han visto cómo la ocupación y el desempleo se deterioran, pese al crecimiento que ostentan sus economías (Jobless recovery). En esta dirección se exponen los resultados de la evidencia reportada en estudios que se han realizado para Estados Unidos y México, así como en América del Sur y América Central. Por último, se muestra que en Colombia la evolución divergente entre producto y tasa de desempleo, observada inclusive hasta el primer trimestre del 2007, estaría indicando el surgimiento del mencionado fenómeno o, por lo menos, que el país atraviesa por una situación parecida sin saber, claro está, cuál puede ser su duración. Este análisis se realizó con la colaboración de Leonardo Duarte, director de la Unidad de Análisis Estadístico del Dane.

Primer acto: países del continente 1. Estados Unidos1 En este país se dice que si bien el débil funcionamiento del mercado de trabajo durante la recuperación más reciente fue sorprendente, no se trata de algo que no tenga precedentes. En efecto, en el periodo que siguió a la recesión 1990-91, “la perdida de empleo en la fase de recuperación” se duplicó porque la economía generó pocos trabajos durante el primer año y poco menos de la mitad después de que la expansión comenzara. Igualmente, en la recesión 1991-92, el crecimiento del producto tuvo un permanente y considerable aumento y simultáneamente se observó por más de un año un crecimiento del empleo cercano a cero. En 2002-2003, el producto estuvo creciendo entre 1,3 y 5%, a tasas anualizadas, mientras que el empleo decreció en promedio 0,4%, también a una tasa anualizada. De hecho, mientras que al final de junio del 2003 la expansión del producto, GDP, fue de 4,5%, desde su punto más bajo en el tercer trimestre del 2001, el empleo de nómina bajó casi 0,4% en el 2002 y otros 0,3% en julio

Crecimiento y desempleo

en cuatro actos

Francisco Pérez, asesor unidad análisis estadístico del Dane, explica por qué se habla de altas tasas de crecimiento en Colombia, sin que se reduzcan los índices de desempleo. Aquí

se muestra qué ocurre en el escenario de la economía en América y cómo afecta al país. del 2003. Es de anotar que en otros estados de este país se ha encontrado evidencia análoga (Yoonsoo and Brian, 2006). Los hechos expuestos se resumen en la siguiente gráfica, donde se presenta el crecimiento del empleo antes y después del punto más bajo (trough) de la fase recesiva del ciclo y que sucedieron antes de los 90 (Average of previous cycles), a comienzos de los 90 (early 1990) y en el 2001 (current). El primer hecho relevante, por su contundencia, es la lentitud del crecimiento del empleo en Estados Unidos a partir de su punto más bajo durante la recuperación en 1991-92, y el segundo, la caída del empleo en el periodo de la recuperación del 2001, que contrasta agudamente con el vigoroso aumento del empleo durante las recuperaciones anteriores. 2. México2 En este país se observó que el empleo formal en el 2006 se encontraba en niveles muy similares a los registrados cinco años antes. Así, la recuperación del nivel de empleo formal registrado desde el 2004 apenas fue suficiente para restablecer un nivel equivalente al alcanzado en el 2000, antes de que la economía transitara por la parte baja del último ciclo económico. En México, el lento crecimiento que ha registrado el empleo formal se ilustra al comparar con la experiencia de recuperaciones anteriores. En efecto, durante la fase

de recuperación del último ciclo económico dicho crecimiento ha sido significativamente menor que en los dos ciclos anteriores. De manera similar a la evidencia encontrada en los Estados Unidos, en la gráfica anterior, se puede apreciar la lentitud que acusa el crecimiento del empleo formal en este país en las recuperaciones recientes (Alcaraz y García, 2006). 3. Evidencia en Sur y Centroamérica3 En la tabla que sigue puede verse cómo durante el lapso comprendido entre el 2003 y el 2006 las economías de Sur y Centro América experimentaron un importante crecimiento de sus niveles de PIB real. No obstante, este crecimiento no tuvo su correlato en la reducción de los niveles de desempleo en la región, tal como lo sustenta la teoría económica.

Segundo acto: crecimiento real por países Para tratar de obtener una aproximación a ese hecho, Trapé, 2007, construyó el índice de “derrame” y el de Okun. El primero lo obtuvo como el cociente entre la tasa de reducción porcentual en la tasa de desempleo y la tasa de crecimiento del PIB real en el lapso considerado. A medida que crece el valor de este índice supone que el crecimiento “ha derramado” más sobre el empleo, es decir, la relación es más vigorosa. El segundo indica cuántos puntos de crecimiento han sido necesarios en cada país para obtener la reducción

de un punto en la tasa de desempleo. A menor valor de este indicador, indica que el crecimiento ha impactado más sobre el desempleo, reduciéndolo. Para el caso de América del Sur, Trapé encontró un índice de “derrame” medio o bajo, debido a que frente a un crecimiento de 22,9% en el periodo 2003-2006, las tasas de desempleo cayeron 21,3%, registrando un indicador de 0,93. Por otra parte, en términos del razonamiento de Okun, halló que se han necesitado, en promedio, 7,3 puntos de crecimiento para reducir en un punto la tasa de desempleo4. Encontró que ese promedio encubre una situación muy dispar entre países. De hecho, los resultados para Paraguay y Colombia revelaron una relación más estrecha entre crecimiento y desempleo toda vez que el indicador de derrame fue de 2,1 y 1,35 respectivamente, mientras que Perú y Bolivia evidencian un impacto muy débil, siendo el indicador de derrame de 0,32 y 0,55, respectivamente. Respecto a la cifra sobre Colombia es importante aclarar que si en los cálculos de Trapé para el periodo 2002-2006 se toman los últimos datos del ¿ 2006 sobre crecimiento del PIB real, que fue de 6,8%, y de la tasa de desempleo que se elevó en 2,5%, el índice de derrame no sería de 1,35, sino de 0,865, lo que sitúa a Colombia en el grupo de aquellos países donde se ve poca relación entre crecimiento y desempleo.

En el caso de América Central los resultados indican que la situación para los países de esta región han sido menos favorable que en América del Sur, ya que el impacto del crecimiento sobre el desempleo es sensiblemente menor. No sólo los promedios muestran esto (el indicador de “derrame” es de 0,5 y son necesarios 18,8 puntos de crecimiento para reducir la tasa de desempleo en un punto), sino que existen cuatro países (República Dominicana, El Salvador, Guatemala y Honduras) donde, a pesar del crecimiento, el desempleo se ha mantenido o incluso ha crecido.



Tercer acto: paradoja de Colombia Colombia, ¿inmersa en la paradoja de crecimiento sin empleo? Sin lugar a dudas una respuesta aproximada al interrogante amerita una investigación profunda y rigurosa. No obstante, la información más actual sobre el comportamiento del producto y del desempleo parece indicar que Colombia en la actualidad6 no deja de ser ajena a la aludida paradoja que durante el 2006 se hizo manifiesta, más por el lado del desempleo que de la ocupación, y que aún en el primer trimestre del 2007 se prolonga. A partir del comportamiento de éstas dos variables en los últimos cinco años se precisan las fases y los hechos estilizados de mayor relevancia: • En el 2002, cuando la economía aún se encontraba en una fase de lenta recuperación, después de que la recesión tocara fondo en 1999, el PIB tuvo un crecimiento de 1,93%, mientras que la tasa de desempleo registró un incremento de 4,81%. Se trata, entonces, de una fase de recuperación económica con aumentos en el desempleo. • Debido al permanentemente incremento del producto, el periodo comprendido entre el año 2003 y el año 2006 se puede ver como una fase ya no de recuperación, sino de crecimiento real. • Esta segunda fase se puede dividir en dos subperiodos. En el primero, comprendido por 2003, 2004 y 2005, la tasa de desempleo se redujo en 9,62%, 4,06% y 13,53%, respectivamente, es decir, el descenso promedio en el periodo 2003-2005 fue de 9,07% y el crecimiento promedio del producto sin ilícitos fue de 4,58%. En consecuencia, estos años corresponden a una fase de crecimiento con descenso permanente de desempleo. • En oposición a los presupuestos de la teoría económica, en el segundo subperiodo, que corresponde al 2006, el producto aumentó en 6,94%, en tanto que la tasa de desempleo creció en 2,96%. En el primer trimestre del 2007, con un substancial crecimiento del producto, la tasa de desempleo volvió a registrar aumento, aunque bastante moderado. Aunque no se puede decir si es transitorio, co-

Continúa pág. 6

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Francisco Pérez,


n Domingo 9 de septiembre de 2007



Economía mo en el 2002, este reciente panorama puede estar sugiriendo un nuevo escenario de crecimiento del producto con aumentos en la tasa de desempleo. En efecto, la gráfica presenta el crecimiento anual del PIB durante los cuatro trimestres del 2006 y el primer trimestre del 2007, y la variación anual de la tasa de desempleo en el mismo periodo. Como se puede percibir, el permanente crecimiento del producto en todos los trimestres, con un incremento promedio anual de cercano al 7%, contrasta con la evolución de la tasa de desempleo, que en los dos primeros trimestres disminuyó en promedio alrededor de 0,7 puntos porcentuales, pero aumentó en 1,22 puntos en los dos últimos trimestres del 2006. De la misma manera, al tiempo que el PIB sin ilícitos exhibió la expansión más elevada de los últimos años, 8,09%, en el primer trimestre del 2007 la tasa de desempleo aumentó 0,22 puntos porcentuales, equivalente a un crecimiento de 1,73% entre los primeros trimestres de los años 2007 y 2006. Es incuestionable que el lento descenso en el desempleo no se corresponde con el meritorio desempeño del producto. Es importante subrayar que la divergencia entre tasa de desempleo y producto se empezó a gestar desde antes del 2006. El deterioro de la tasa de desempleo del país se inició a partir del periodo comprendido entre el tercer trimestre del 2005 y el tercer trimestre del 2004. Como lo indica la línea de tendencia, desde ese momento se produjo un permanente y paulatino agotamiento en el ritmo de descenso de la tasa, que a la postre empezó a crecer como consecuencia del incremento en el número de desempleados. Es bastante claro que pese a la continua expansión de la economía, la tasa de desempleo, debido a su desaceleración, empezó a dar signos de agotamiento a partir del tercer trimestre del 2005, hasta que las variaciones negativas se trocaron en positivas. Cabe mencionar que el Dane, en sus Documentos de Seguimiento y Evaluación Trimestral del Mercado Laboral, venía advirtiendo, incluso desde el primer trimestre del 2006, sobre esa tendencia. Así, en el segundo trimestre del 2006, cuando la tasa reportó el más pobre descenso, señaló que “la nueva caída en el número absoluto de desempleados amerita especial atención, por tratarse de la más baja registrada en los últimos siete trimestres anualizados, con lo que se sigue insinuando un agotamiento en el ritmo de reducción del desempleo. Por lo anterior, y tomando en consideración la tendencia de los cambios trimestrales en la reducción del desempleo, que evidencia debilitamiento, es razonable esperar en los próximos trimestres un giro de comportamiento y un aumento en la desocupación”7. En los dos últimos trimestres del 2006, cuando el producto siguió creciendo y la tasa de desempleo nacional empezó a mostrar variaciones positivas, en tanto

América del Sur

América Central

Crec. 2003 - 2006

Tasa anual acumulativa

Crec. 2003 - 2006

Tasa anual acumulativa

Argentina

39,7%

8,7%

Costa Rica

25,0%

5,7%

Belize

24,6%

5,7%

Dominicana

15,3%

3,6%

Bolivia

15,9%

3,8%

El Salvador

10,8%

2,6%

Brasil

11,9%

2,8%

Guatemala

12,7%

3,0%

Chile

23,4%

5,4%

Honduras

17,9%

4,2%

Colombia

19,9%

4,6%

Jamaica

7,6%

1,8%

Ecuador

22,2%

5,1%

Nicaragua

16,1%

3,8%

Paraguay

15,2%

3,6%

Trinidad y Tob.

50,8%

10,8%

Perú

23,4%

5,4%

Promedio

19,5%

4,6%

Uruguay

27,6%

6,3%

Venezuela

27,8%

6,3%

Promedio

22,9%

5,3%

Fuente: FMI, CEPAL y Organismos de estadísticas económicas de los distintos países

P.I.B. trimestral sin ilícitos - precios constantes (1994=100) 2001.1 - 2007.1 y tasa de desempleo nacional Trimestre

PIB

2001.1

18.599.428

Crecimiento PIB anual

Cuarto acto: posibles causas del crecimiento sin empleo Aunque se trata de un problema que continúa investigándose y que todavía no tiene respuestas definitivas, algunos puntos que se esgrimen para explicar el fenómeno se resumen así: En Estados Unidos, Groshen y Potter, 2003, encontraron que:

Crecimiento anual TD

Variación TD

-1,45 7,57 4,13 8,99 -7,43 -11,36 -6,44 -13,25 0,77 0,95 -10,38 -7,57 -12,46 -15,26 -10,76 -15,66 -6,20 -4,55 11,03 11,57 1,73

-0,24 1,11 0,61 1,24 -1,22 -1,79 -0,99 -2,00 0,12 0,13 -1,49 -0,99 -1,91 -2,16 -1,38 -1,89 -0,83 -0,55 1,26 1,18 0,22

16,68

2001.2 18.529.572 2001.3 18.639.032 2001.4 18.728.674 2002.1 18.754.283 0,83 2002.2 19.048.316 2,80 2002.3 19.105.351 2,50 2002.4 19.271.493 2,90 2003.1 19.347.620 3,16 2003.2 19.558.610 2,68 2003.3 20.018.044 4,78 2003.4 20.312.497 5,40 2004.1 20.394.335 5,41 2004.2 20.566.335 5,15 2004.3 20.730.446 3,56 2004.4 21.472.529 5,71 2005.1 21.372.771 4,80 2005.2 21.869.562 6,34 2005.3 21.949.640 5,88 2005.4 21.911.892 2,05 2006.1 22.542.942 5,48 2006.2 23.196.859 6,07 2006.3 23.648.111 7,74 2006.4 23.769.415 8,48 2007.1 24.366.604 8,09 Fuente: Dane, GEIH y Cuentas Nacionales que la generación de empleo descendía, el Dane recalcó que “los problemas manifiestos en esta coyuntura laboral, en particular la caída en la ocupación y el aumento del desempleo, se han venido gestando en el área rural y especialmente en la rama de agricultura, lo que coincide con el pobre crecimiento de la actividad económica registrado en dicho sector en los dos primeros trimestre del 2006”. Asimismo, recientemente señaló que el deterioro de la ocupación y el aumento del desempleo “se originan, principalmente, en el área rural y en las pequeñas cabeceras municipales y en menor medida en las zonas urbanas” correspondientes a las trece principales ciudades.

TD Nacional

14,68 14,71 13,83 16,44 15,79 15,32 15,07 15,22 14,00 14,33 13,07 15,34 14,13 12,85 12,08 13,43 11,98 11,46 10,19 12,60 11,43 12,73 11,37 12,81

• Los cambios estructurales han contribuido notoriamente al bajo crecimiento del empleo. Este tipo de cambio se explica por: a) La declinación estructural observada en muchas industrias como consecuencia de un periodo del sobreexpansión por inversión. b) La política monetaria y la política fiscal han llegado a ser mucho más eficaces en permear las oscilaciones puramente cíclicos en el empleo. c) Las innovaciones administrativas de la gerencia para el manejo de la firma, como parte de una acción más amplia para la reducción de costos. d) Generalización de las

prácticas de flexibilización laboral, v. g., en vez de licenciar a trabajadores permanentes, las firmas emplean cada vez más el enganche temporal para contribuir cuando están más ocupadas y lo reducen cuando baja la demanda. e) Las debilidades del mercado financiero y la política monetaria. El colapso de la oferta inicial de crédito para la financiación de proyectos de capital puede también deprimir la generación de trabajo al reducir proyectos de inversión de las firmas que crean plazas de trabajo. f) El incremento de la incertidumbre8 y la formación de expectativas.

Sección elaborada a partir de Groshen y Potter, 2003

descender de 14,16% en el 2003 a 12,05% en el 2006. En consecuencia, el índice de derrame es = 14,9/17,3 = 0,86.

1

2

Según Alcaraz y García (2006)

3

Según Trapé, 2007

Trapé considera que esto se debe a que los mercados laborales de la región muestran un alto nivel de rigidez, con importantes costos para las empresas para abandonarlo, es decir, para despedir trabajadores. 4

Entre el 2003 y el 2006, el PIB tuvo un crecimiento de 17,28% al pasar de 79,88 billones a 93,69 billones, mientras la tasa de desempleo cayó 14,9% al 5

Recuérdese que en el 2002, cuando la economía estaba todavía en una fase de recuperación, mientras el PIB creció 1,93% la tasa de desempleo no sólo no bajó, sino que se incrementó en 4,81%. Ahora sucede lo mismo, solo que la economía está en una fase de pleno crecimiento. 6

7 Ver en http://www.dane.gov. co/mercadolaboral/mercado los documentos de Seguimiento

g) Para Bernarke, 2003, aunque otros factores, tales como la sobreinversión en los años de auge, la relación costo-beneficio de los enganches, la incertidumbre y el cambio estructural han desempeñado un papel que explica el fenómeno, el de la productividad es el de mayor trascendencia. Al respecto dice: “si el producto de la industria manufacturera no ha declinado en los Estados Unidos, entonces, ¿qué explica las agudas reducciones en el empleo manufacturero de los Estados Unidos, que han ocurrido no sólo en hace pocos años pasados, sino en las décadas precedentes? La respuesta es un récord superlativo del crecimiento de la productividad9. Con los años, las nuevas tecnologías y los procesos han permitido que las empresas manufactureras produzcan un producto cada vez mayor con pocos trabajadores. La tendencia de largo plazo de la manufactura es similar a lo que ocurrió anteriormente en la agricultura: en un tiempo la mayoría de la población de Estados Unidos vivió en granjas en el campo, pero la productividad agrícola ha mejorado tanto que, aunque los granjeros representan sólo el 2-1/2% de la mano de obra, son capaces tanto de alimentar la nación como de exportar cantidades substanciales de alimento”. • En México, Alcaraz y García, 2006, consideran que el crecimiento sin empleo o con poco empleo observado en los últimos cinco años en ese país se explica en buena parte por la entrada de China a los flujos internacionales de comercio y su impacto sobre el precio relativo de las manufacturas y la composición de la producción y el empleo. • Y Trapé, 2007, analizando los datos para América del Sur, afirma que el fenómeno se debe a que los mercados laborales de la región muestran un alto nivel de rigidez, con importantes costos para las empresas para abandonarlo, es decir, para despedir trabajadores. • Aparte de la incidencia del crecimiento en la productividad industrial, en Colombia, dado el peso de la fuerza de trabajo rural, es necesario examinar hasta qué punto y cómo los problemas que ha venido enfrentado dicho sector contribuyen a debilitar la relación de crecimiento PIB-empleo y desempleo. y Evaluación Trimestral del Mercado Laboral Colombiano, correspondientes al primero, segundo y tercer trimestre de 2006, Dane. El poder de la incertidumbre retrasa o disuade a las firmas de ocupar nuevos empleados y extiende, así, los retrasos entre los recortes de empleo estructurales y los nuevos enganches. 8

En este punto cabe recordar que en el 2006 los sectores con mayor participación en la producción industrial colombiana exhibieron un crecimiento de la productividad cercano al 40%. 9


Economía ¿Qué tan rentable puede ser comprar acciones en Ecopetrol? ¿Cuál es la situación de la empresa? ¿Por qué se pusieron las acciones en venta? ¿Quiénes pueden



ser los compradores? A estos interrogantes responde este artículo del profesor de la UN Luis Humberto Hernández.

Lo que un comprador de acciones

En este gigantesco supermercado de

Villavicencio se pusieron a la venta las acciones de Ecopetrol. No hubo grandes congestiones, pues los posibles compradores se toman su tiempo para decidir si entran o no al negocio. Profesor Departamento de Ciencia Política de la Universidad Nacional

Los procesos de privatización de las empresas estatales por la vía de la puesta en venta de acciones al público, considerados por los agentes vendedores como un proceso de democratización de la propiedad accionaria, deben ir acompañados no solo del impacto propagandístico comercializador, sino también de la mayor información posible sobre el estado, las posibilidades y alcances del negocio, para construir una cultura de negocios ética y transparente, un tanto esquiva en nuestro medio. A eso apunta el siguiente artículo sobre la venta, a través de acciones, del 20%, de la Empresa Colombiana de Petróleos, Ecopetrol S.A., para que los accionistas sepan en prospectiva qué tipo de empresa petrolera es la que están comprando.

Momento actual Nos resulta significativo la dificultad que por varios meses tuvo el Gobierno para definir el precio de las acciones, finalmente emitidas a un valor de $1’400.000. Eso nos da a entender que hasta entonces no estaba definido con claridad el precio de la empresa. Faltaría conocer con más

detalle cómo se llevó a cabo ese proceso de apreciación. Según informes de prensa, El Tiempo, agosto 15/2007, el valor total de la empresa es de $51 billones . Se comprende que ese valor representa los activos reales que tiene la empresa y que para efecto del negocio de la compra de acciones es importante saber en sus reales inventarios las ganancias o pérdidas que muestra en la coyuntura su informe financiero. ¿Cuáles son ellos? Veámoslo junto a sus antecedentes. Podemos ubicar como antecedente para la venta de parte del capital de Ecopetrol la situación de crisis que empezó a acusar la economía y la política petrolera colombiana hacia el 2000, cuando se acentúa la disminución de sus reservas, entonces de 1.972 millones de barriles , lo que llevó, de una parte, en el 2003, Decreto 1760, a la creación de la Agencia Nacional de Hidrocarburos, ANH, y la transformación de Ecopetrol en una Sociedad Anónima, S.A., y de otra, en el 2004, a la promulgación del nuevo contrato petrolero, denominado de Regalías /impuestos . Ambas medidas llevaron el debilitamiento económico, político y empresarial de la estatal petrolera, Ecopetrol. La Agencia Nacional de Hidrocarburos se constituye como una Unidad Adminis-

trativa Especial adscrita al Ministerio de Minas y Energía, encargada de funciones que anteriormente competían a Ecopetrol, entre otras: Administrar las áreas hidrocarburíferas de la Nación y asignarlas para su exploración y explotación. Diseñar, promover, negociar, celebrar, hacer seguimiento y administrar los nuevos contratos de exploración y explotación de propiedad de la Nación. Diseñar, evaluar y realizar

bles e inmuebles que pasen al Estado por finalización de los contratos de exploración y explotación de hidrocarburos, o por reversión de concesiones vigentes. Ecopetrol S.A. queda organizada como sociedad pública por acciones, para establecer subsidiarias, sucursales y agencias en el territorio nacional y en el exterior. Celebrar en Colombia y en el exterior toda clase de negocios en conexión con cualesquiera

y tecnológica relacionadas con sus objetivos, su aprovechamiento, aplicación técnica y económica. Prestar y comercializar toda clase de servicios en relación con sus objetivos. Por decreto, los activos de Ecopetrol se empiezan a venir a menos, por cuanto las reversiones de los contratos de asociación y concesión contraídos con las multinacionales no pasan ahora a ser patrimonio de la empre-

Si tenemos en cuenta el ethos empresarial de los colombianos, poco dado al riesgo inversionista y proclive a la obtención de renta efectiva lo más fácil posible, la venta de las acciones de Ecopetrol quedará en manos de la generosa participación de los inversionistas extranjeros. estrategias de promoción de la exploración y explotación. Administrar la información técnica existente y la que en el futuro se adquiera en el país, como la participación del Estado, en especie o en dinero, en los volúmenes de hidrocarburos que le correspondan en los nuevos contratos de exploración y explotación, en desarrollo de lo cual podrá disponer de dicha participación mediante la celebración de contratos u operaciones de cualquier naturaleza. Administrar y disponer de los bienes mue-

actividades comerciales o industriales hidrocarburíferas y desarrollar operaciones subsidiarias o complementarias de ellas. Construir, operar, administrar, mantener, disponer y manejar en el territorio nacional y en el exterior sistemas de transporte y almacenamiento de hidrocarburos y derivados, refinerías, estaciones de bombeo, de recolección, de compresión, de tratamiento, plantas de abastecimiento, terminales. Promover y realizar actividades de naturaleza científica

sa, como lo venía siendo, sino patrimonio de la Agencia Nacional de Hidrocarburos. Además, tiene que entrar a competir ante la ANH por la asignación de contratos petroleros en el país, en igualdad de condiciones con las multinacionales. Eso explica la venta de acciones como manera de capitalizar y refundar una empresa industrial debilitada patrimonialmente y que no tiene el apoyo del Estado. La

Continúa pág. 8

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Luis Humberto Hernández,

El Tiempo

debe saber sobre Ecopetrol


base de sus negocios e inversiones va a depender de los capitales aportados por los nuevos socios accionistas. En términos de la producción, Ecopetrol S.A. es una empresa que solo produce en la actualidad, por cuenta propia, unos 125 mil barriles diarios, 23,5%, de la producción nacional, y cuya participación irá diminuyendo en la medida que la ANH vaya haciendo efectivas sus funciones de administradora de las reversiones. En esta rama del negocio, los accionistas tendrán asegurada su rentabilidad si Ecopetrol encuentra algún yacimiento dentro o fuera del país, cosa que no hace desde hace muchos años, dado que los descubrimientos más significativos o rentables han estado a cargo de las multinacionales, entre otras, la Occidental, en Arauca, y BP, en Casanare. En ese orden, Ecopetrol ha optado por activar campos viejos, como los de Tibú y Barrancabermeja, y de explotar crudos pesados, de más baja rentabilidad que los crudos livianos. Ecopetrol tiene entre sus activos reales y más significativos la refinería de Barrancabermeja, con una capacidad de refino de 250 kbpd, cuya eficiencia, según los entendi-

Ecopetrol produce

dos, está por evaluarse y un 49% de la refinería de Cartagena, 80 kbpd, vendida en su restante 51% a la multinacional Suiza Glencore por $630 millones de dólares. Porcentaje sobre el cual se entiende no tendrán propiedad o participación los accionistas. En el área de la distribución, una rama rentable por principio, Ecopetrol no tiene participación, pues los Terpeles de los que era propietaria y socia fueron vendidos al sector privado, junto con otras empresas de menor calado, v. gr., Ferticol, Carbocol. En el área del transporte, del total de la red de transporte de oleoductos, un poco más de 5.000 kilómetros, Ecopetrol cuenta con 1.380,8, 28%, kilómetros; va en asocio con terceros en 2.670 kilómetros, 54%, y 786 kilómetros, 16%, son de otras empresas. Son de su propiedad 2.645 kilómetros de poliductos y 378 kilómetros de propanoductos. Los 4.438 kilómetros de gasoductos que eran propiedad de Ecopetrol habían sido transferidos en 1997 a la empresa Ecogás, creada en 1997 y privatizada a partir del 2006. En lo financiero, su balance más reciente, como

señala El Tiempo, muestra: “En el primer semestre del 2007, Ecopetrol S.A. tuvo utilidades por 2,04 billones de pesos, según el balance que la entidad reportó a la Contaduría General de la Nación, contra $1,8 billones de igual periodo del 2006” , valores al parecer sin deflactar, producto más de los precios internacionales por los que atraviesan los hidrocarburos que del desarrollo y ampliación de su propia capacidad industrial y agregado de valor. A esas cifras las acompañan los rubros de pasivos, que son igualmente significativos (ver cuadro). Finalmente, cabe destacarse en sus activos al Instituto Colombiano de Petróleo Ecopetrol S.A. dedicado a la investigación, que ha tenido algunos logros significativos en el área del conocimiento.

La gran promoción y la forma como se propone la puesta en venta de acciones de Ecopetrol S.A., que conllevó cambios en sus mismos logos y un despliegue publicitario como no se había hecho con la puesta en venta de otras empresas del Estado anteriormente priva-

en la actualidad unos 125.000 barriles diarios, 23,5% de la producción nacional.

Celebración 140 años CONSTRUYENDO NACIÓN

tizadas indica que sus promotores son conscientes de las dificultades para cautivar accionistas y que, por lo visto, no es suficiente con el buen nombre de la empresa. Es claro que a diferencia de otras empresas, Ecopetrol se ubica en un sector de alto riesgo en sus inversiones, que involucra grandes capitales y unas ganancias o rentas no garantizadas, pues en su proceso de exploración juega la suerte para la búsqueda y hallazgo del hidrocarburos, entre 2 y 20 millones de dólares puede llegar a costar la sola exploración de un pozo. En ese sentido, y por las características que reviste, la empresa que debía ser puesta en venta accionaria debía ser la Agencia Nacional de Hidrocarburos, ANH, empresa

Post scriptum

El Tiempo



Economía

ECOPETROL S.A. BALANCE GENERAL($MILLONES) 2006

Pasivos $Millones Obligaciones Financieras 42.874 Proveedores   Cuentas por Pagar 761.720 Impuestos por Pagar 2.037.747 Obligaciones Laborales 534.750 Pasivos estimados y provisiones 605.337 Diferidos - Ingresos Recibidos por Anticip.   Otros Pasivos Corto Plazo   Total Pasivo Corriente 3.982.428 Obligaciones Financieras   Cuentas por pagar a Largo Plazo 50.018 Ingresos Diferidos 3.844.167 Pasivos estimados 12.486.427 Otros Pasivos Largo Plazo 938.936 Total Pasivo Largo Plazo 17.319.548 PASIVO TOTAL 21.301.976 Capital Pagado 4.244.943 Obras de Beneficio Social 4.419.110 Reservas 2.994.712 Revalorización del Patrimonio 48.857 Utilidades Retenidas 3.391.373 Utilidad del Ejercicio   Superávit por Valorizaciones 5.736.751 Total Patrimonio 20.835.746 TOTAL PASIVO + PATRIMONIO 42.137.722 Fuente: Ecopetrol 2.007. http://portal ecopetrol.com.co

% 0% 0% 2% 5% 1% 1% 0% 0% 9.5% 0% 0% 9% 30% 2% 41.5% 51% 10% 10% 7% 0% 8% 0% 14% 49% 100%

Sede BOGOTÁ

Viernes 21 / 2:00 p.m. Plaza Central

Lunes 10 a viernes 14 / Auditorio Carlos Martínez, Fac. Artes UN y Auditorio Teresa Cuervo Borda, Museo Nacional

ENCUENTRO DE MÚSICA COLOMBIANA Los hijos del Pacífico. Música ancestral de la región Pacífica Etelvina Maldonado. Canto folclórico del Caribe Borinquen. Homenaje a Héctor Lavoe

Jornada Internacional PRÁCTICAS ARTÍSTICAS Y CRÍTICA CULTURAL. Estudios Visuales: El Análisis de los imaginarios públicos en el tiempo de la globalización y las tecnologías

Sábado 22 / 4:00 p.m. Auditorio León de Greiff

Seminario Anna María Guasch. Conferencias: José Luis Brea y María Belén Sáez de Ibarra. Lanzamiento de los libros CULTURA RAM (Brea) y LA CRÍTICA DIALOGADA (Guasch): Participa Santiago Rueda.

ORQUESTA FILARMÓNICA DE BOGOTÁ Repertorio: Obertura Las Bodas de Fígaro, W.A. Mozart Concierto No. 3 para piano y orquesta, S. Prokofiev Así habló Zaratustra, R. Strauss Solista: Vanessa Pérez (Venezuela), pianista

Lunes 17 / 7:00 p.m. / Museo de Arte DAVID ZAMBRANO (Venezuela - Holanda) Soul Project: Danza performance inspirada en la música soul

n Domingo 9 de septiembre de 2007

al servicio del Estado ahora administradora de los contratos rentables. Si en ese marco, además, tenemos en cuenta el ethos empresarial de los colombianos, poco dado al riesgo inversionista y proclive a la obtención de renta efectiva lo mas fácil posible, la venta de las acciones de Ecopetrol quedará en manos de la generosa participación de los inversionistas extranjeros, pues ni siquiera de los grandes empresarios colombianos, que no se arriesgaron en los años 50 a hacerse cargo de la reversión de Mares, creando un empresa petrolera privada como se lo propusiera el Estado, obligado a crear entonces a Ecopetrol. Amanecerá y veremos.

Martes 18 / 6:30 p.m. / Auditorio León de Greiff ENCUENTRO DE JAZZ Quinteto Rockingchair (Francia) Édmar Castañeda (Estados Unidos) Jueves 20 / 7:00 p.m. / Auditorio León de Greiff CIRCA (Australia)

Sede MEDELLÍN Martes 18 / 7:00 p.m. Teatro Metropolitano de Medellín CIRCA (Australia) The Space Between: Circo contemporáneo

Sede PALMIRA Jueves 20 / 7:00 p.m. Auditorio Hernando Patiño Cruz ÉDMAR CASTAñEDA (Estados Unidos)

The Space Between: Circo contemporáneo

Sede CARIBE

Lunes 17 a miércoles 19 / Biblioteca Luis Ángel Arango

Miércoles 19 / 7:30 p.m. Vía peatonal Centro Comercial New Point RAMÓN VALLE (Cuba- Holanda)

CÁTEDRA LATINOAMÉRICANA DE HISTORIA Y TEORÍA DEL ARTE ALBERTO URDANETA: ARTE Y ACCIÓN POLÍTICA John Holloway. Olivier Debroise. Miguel López. Esteban Rey William López. Maris Bustamante. Manuel Santana David Gutiérrez. Fernando Matamoros y Sergio Tischler

Sede AMAZONÍA Sábado 22 / 7:00 p.m. Teatro Pinocho, Centro de Leticia LA LIBÉLULA DORADA. El dulce encanto de la Isla Acracia


Entrevista

“Nivel de educación



en Colombia es malo”: Llinás

El científico colombiano Rodolfo Llinás, uno de los más reconocidos expertos mundiales en neurobiología, estuvo de visita en Colombia.

UN Periódico entrevistó al hombre que es considerado el cerebro del cerebro. El doctor Llinás habló de la conciencia, de la ciencia y la tecnología y no tuvo pelos en la lengua para darle duro al sistema educativo del país.

En 1995, uno de los periódicos de mayor prestigio en el mundo, The New York Times, catalogó al médico bogotano Rodolfo Llinás Riascos como uno de los mejores científicos en el campo de la neurobiología en el mundo. La publicación estadounidense exaltó sus logros, ubicándolo en el mismo nivel de los dos colombianos universales en ese momento: Gabriel García Márquez, en el campo de la literatura, y Fernando Botero, en las artes plásticas. Llinás Riascos realizó una serie de hallazgos, luego de haber desarrollado minuciosos experimentos en la Universidad de Nueva York, que partieron en dos los estudios sobre el funcionamiento del cerebro en los seres humanos. Logró establecer con precisión cómo se formaban las imágenes de la realidad. Con su descubrimiento, el colombiano desvirtuó los postulados aceptados por la comunidad científica en torno a este campo. En su reciente visita al país, UN Periódico dialogó brevemente con el científico colombiano. En la entrevista se trataron temas sobre diferentes tópicos de su vida científica y otros de interés general para el país. ¿Luego de más de cuatro décadas de investigación, qué tan cerca o lejos están usted y la comunidad científica de conocer en su totalidad los secretos del funcionamiento del cerebro humano? Estamos lejísimos, si se piensa en la totalidad. Es decir, si vamos a entender cómo funciona de totazo. Se van a requerir por lo menos otros 200 años. Si me pregunta qué hemos encontrado y qué se ha entendido, quizá lo que puedo decirle es esto: es increíble es que el cerebro sea entendible. Ese es un punto importantísimo porque no sabíamos si el cerebro era suficientemente inteligente para entenderse a sí mismo. La respuesta es que es sumamente complejo, pero es más inteligente que complejo. ¿Con qué nuevos hallazgos ha nutrido su teoría sobre la construcción de una imagen o la unión de los retazos de la realidad con un barrido mental? La teoría ha sido muy bien aceptada. El barrido re-

sultó no ser tan sencillo como se había postulado, pero se ha reconocido no como un barrido único, sino como una serie de barridos a una frecuencia muy bien conocida que se llama la frecuencia gama, de 40 hertz y 50 ciclos por segundo. Entonces, la idea básica es que uno hace la unión de todos los aspectos sensoriales en la generación de una emoción o de un objeto. Digamos, la capacidad que uno tiene de ver, oler y oír un objeto y formar de estas diferentes entradas un objeto, lo que se llama en inglés el binding, la capacidad de unir, como una relación talafomórtica (o talamomórfica?). La hipótesis básica está reconocida por tener realmente un gran soporte experimental. ¿En qué consiste el diálogo o relación entre el tálamo y la corteza cerebral? Se pensaba que el tálamo era la entrada y el portal hacia el cerebro. Pero, nosotros encontramos que no solamente es el portal del mundo externo hacia el cerebro, sino también el centro donde el cerebro o la corteza regresan. Entonces, el tálamo no es un portal, es un epicentro. El tálamo es un sitio que puede unir, no solamente gobernar, sino unir las diferentes partes del sistema nervioso. ¿Qué tan conscientes son las personas en la actualidad de su propio cerebro? Muy poco. La gente, en su mayoría, y estamos hablando de 6,5 billones de personas, posiblemente no saben que tienen cerebro.

En su paso por Bogotá, el

el norte de Bogotá.

Saben que tienen personalidad, saben que tienen gustos, que tienen deseos, que tienen miedos. Pero que ellos son el funcionamiento del cerebro lo sabe solamente un grupo muy pequeño, la gente educada. Que si se les daña el cerebro se les daña la personalidad. Que son la misma cosa. ¿Desde qué momento en la vida el ser humano tiene conciencia? Antes de nacer, ya hay conciencia de cierto tipo. Uno sabe directamente porque, sobre todo en el último mes, se ve que hay organización motora que tiene que ver con la presencia de sonidos en el exterior. Hay un tejido bastante grueso. Generalmente, entre el líquido amniótico y el niño y el mundo externo hay comunicación hasta cierto punto. Esto es diferente del despertar, que ocurre cuando uno nace. Ahí de pronto, en un solo momento, en un instante, la generación y activación simultánea de audición, visión, gusto y todo lo demás. ¿La conciencia se rige por la razón o el sentimiento? Por el sentimiento. Eso se sabe desde hace mucho tiempo. En filosofía, David Hume decía que la conciencia es la esclava de las emociones. Si a una persona se le quita la capacidad de tener emoción, deja de ser un ente pensante. Ahora, ser regidos por las emociones sin control es un problema. Para empezar tenemos entes que sienten y luego entes que piensan sobre lo que sienten.

La educación en Colombia ¿Mantiene vivo su interés por la educación en Colombia? Absolutamente, por eso estoy aquí. ¿Participó de alguna manera en la construcción del Plan Decenal de Educación? De alguna manera creo que indirectamente sí. Pero no estuve aquí para la generación de ese plan. ¿Indirectamente cómo fue su participación? Hemos estado empujando la ciencia y la tecnología en la enseñanza hace ya muchos años. ¿Le hubiese gustado proponer, como lo hizo en el pasado, la inclusión de una materia como la cosmología en el pénsum académico? Absolutamente. Por qué no me pregunta qué es la cosmología. ¿Qué es la cosmología? Bien, la cosmología es una metodología de tratar de entender, no simplemente de saber. De poner en contexto el conocimiento. Entonces, la idea es que se le añada al pénsum no solamente el contenido. No es solamente otra área del conocimiento, sino la capacidad de poner, de entender, de hacer acción sicomotora. Que uno pueda apropiarse del conocimiento como dicen muchas gentes. ¿El espíritu que usted formó desde niño de buscarle explicaciones a las cosas considera que es generaliza-

científico Rodolfo Llinás dialogó con UN Periódico en el Club el Nogal, en

do de nuestra sociedad o es algo que le falta? ¿Usted cree que no hay niño que no sea curioso? La respuesta es sí. Todos los niños son curiosos. Lo que pasa es que la gente no los deja. Se les dice: ‘No haga tantas preguntas’. Es decir, que a los niños no se les permite tomar el mundo que quieren desesperadamente adquirir.

Todos los niños son curiosos. Lo que pasa es que la gente no los deja. Se les dice: ‘No haga tantas preguntas’. Es decir, que a los niños no se les permite tomar el mundo que quieren desesperadamente adquirir. ¿Se hace ciencia y tecnología en Colombia? Si se hace, ¿qué tan bien encaminada? Se hace ciencia y tecnología en todas las partes del mundo y en Colombia. Lo que pasa es que no hay suficiente. Está bien encaminada porque generalmente está bien encaminada. ¿Cómo califica el nivel de la educación en Colombia? El nivel es malo. No es ni siquiera regular, es malo. Es claramente malo. ¿Qué le hace falta para mantener unos estándares internacionales? ¿Qué hay que hacer? Modernizarnos. Hay que cambiar los pensums, hay que cambiar la metodología de enseñar. Hay que explicarle a la gente que los maestros no son las personas que tienen y dan el conocimiento. Son apenas los guías del conocimiento. La función de los profesores es explicar y poner en contexto la información que se consigue en los libros y en los computadores ahora. Antiguamente, cuando había pocos libros, el maestro decía. Era el conductor de la información; ya no. La educación ha cambiado profundamente. Hay que cambiar, por lo tanto, la metodología de la educación.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Unimedios

Unimedios

José Luis Barragán Duarte


10

Internacional Martha Lucía Quiroga Rivière,

Maestría Ciencia Política Universidad Libre de Berlín

Con el No de la población francesa y holandesa en los referendos de mayo y junio de 2005 sobre el Tratado Constitucional Europeo (TCE), firmado en octubre de 2004 por los jefes de Estado y de Gobierno de los entonces 25 estados miembros, se abría una crisis profunda en la Unión Europea. Los referendos en estos dos países fundadores habían dejado sin legitimidad el proyecto de la elite política europea surgiendo entonces y ya sin tapujos las contradicciones internas y las divergencias entre los estados. No fue de extrañar así que los gobiernos más euroescépticos como los del Reino Unido, Polonia o la República Checa no hubieran hecho el más mínimo movimiento para ratificar un tratado que consideraban muerto desde ese momento. Otros cuatro países no ratificarían: Portugal, Dinamarca, Suecia e Irlanda. Las fuerzas centrífugas se expresaban con vigor. Entraba en crisis, pero esto no significó que la Unión Europea cayera en el caos. La segunda reforma (el Tratado de Niza – 2001) del importantísimo Tratado de Maastricht (1992) continuaba existiendo, el Euro seguía su marcha, Schengen no daba un paso atrás. Los doce países que habían entrado con la quinta y que entrarían con la sexta ampliación (2007) estaban obligados, sin excepción, a continuar la política monetaria y presupuestal de Maastricht , la política de fronteras y a seguir al pie de la letra los tratados y el acerbo comunitario.

La Unión Europea

En manos de Portugal

no está perdida, pero tampoco a salvo

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Pero la crisis sacudía indefectiblemente a la Unión Europea. La elite política, a través del Tratado Constitucional, se había prometido legitimación, una profundización en la integración política y una reforma institucional. De otra forma sería cada día más insostenible una inmovilidad que a la larga acabaría dejando a una Europa de 25 países desarmada ante los nuevos desafíos internos y ante la presión de asumir un papel político y militar creciente de cara al nuevo escenario mundial post caída del muro. En vista de que salir del atolladero, llamando de nuevo a un referendo en Francia y Holanda con el mismo Tratado Constitucional, era inviable, la UE comenzó a darse una hoja de ruta que ha culminado por ahora con el dificilísimo acuerdo logrado durante la Cumbre Europea en Bruselas el 21 y 22 de junio pasados. Precedente importante fue la Declaración de Berlín puesta a discusión y firmada poco antes en el marco de la celebración de los cincuenta años de la firma de los Tratados de Roma (C.E.E. y Euratom), considerada una prueba general para el desafío que se quería encarar, a saber, lograr un proyecto que pudiera dotar a la Unión de una ‘base común’ para salir de la crisis.

AFP

Hoja de ruta

El gesto del

ex presidente de Francia Jacques Chirac no dejó dudas del clima de incertidumbre que se vivía en la Unión Europea, tras el No de la población francesa al Tratado Constitucional Europeo.

¿Cuál es la situación actual de la Unión Europea? ¿A qué peligros se enfrenta? ¿Qué tan posible es su disolución? La socióloga Martha Lucía Quiroga, que hizo una maestría en ciencia política en la Universidad Libre de Berlín, da luces sobre estos interrogantes. Esta declaración abrió el camino para lo que fue la reciente Cumbre de Bruselas. Aún con la alta dosis de escepticismo y de las fuerzas contrarias dentro de la elite política que se dieron encuentro en esta cumbre, se cree que se ha logrado dar un paso para acabar con la parálisis de la Unión. Empero, muchos opinan que otro pulso del talante de estas dos jornadas sería algo que la UE no resistiría; esta negociación había vivido momentos en los que el desmembramiento de la Unión nunca había estado tan cerca. Como diría un periodista alemán poco después de terminada la cumbre: Europa no está perdida, pero tampoco a salvo. Que las negociaciones fueron fuertes y las concesiones también, queda consignado en los siguientes puntos.

Para comenzar, se eliminaron los referentes simbólicos que generaran incomodidad y dieran la impresión de demasiada pérdida de soberanía nacional. Así, el concepto de “Constitución” desaparece, y la bandera y el himno europeos no serán considerados explícitamente en el nuevo texto como símbolos europeos. A pedido del Reino Unido, la figura del Ministro de Relaciones Exteriores, creada ya en el Tratado Constitucional, no llevará este nombre, sino el de Alto Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad. Los 54 artículos de la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea tendrán obligatoriedad jurídica, pero no aparecerán

dentro del proyecto, sino tendrán una mención en donde queda consignado su carácter vinculante. Gran Bretaña también logró negociar su exclusión en las obligaciones hacia la Carta. Holanda consiguió que los parlamentos nacionales tuvieran más derecho de control sobre las propuestas legislativas de la Comisión. Después de una negociación llena de reproches y amenazas, Polonia logró que la toma de decisiones dentro del Consejo se siguiera haciendo hasta el año 2014, según el método del tratado de Niza y no según el principio de la doble mayoría , como estaba previsto en el Tratado Constitucional. Francia logró anular la expresión de “libre e ilimitada competencia” como objetivo de la Unión.

La perspectiva próxima queda ahora en manos de Portugal que asumió la presidencia del Consejo el domingo 1 de julio. Prioridad: aprobar el texto del nuevo tratado europeo. El primer paso será el trabajo de detalle para la que ha sido llamada una Conferencia Intergubernamental con un claro mandato que conservará un 95% del fracasado Tratado Constitucional. Los cancilleres de los diferentes estados miembros comenzaron sus reuniones el pasado 25 de julio en busca de un texto que pueda ser ratificado en los diferentes países y que entre ya en vigor en la primavera 2009 poco antes de las elecciones al Parlamento Europeo. Así aparentemente se ha resuelto la crisis. Pero, en este ir y venir con negociaciones fuertes y difíciles acuerdos, se olvida que la crisis no se abrió por los gobiernos euroescépticos del Reino Unido o de Polonia que en su momento firmaron, como todos los otros jefes de Estado y de Gobierno, el fracasado Tratado Constitucional. Esta crisis se abrió con el No de la población francesa y holandesa en las urnas, coincidencialmente los únicos países en donde se había dado un debate abierto y profundo. Desde Maastricht con el No del referendo danés y el Sí pero No del referendo francés, la Unión Europea arrastra una crisis de legitimidad y una incapacidad institucional, que se pretendía resolver con el Tratado Constitucional de 2004. El No traduce el sentir de una parte de la opinión pública en la que se cuestiona a la Europa de Maastricht, una Europa que se construye a espaldas de los ciudadanos de la Unión y que maneja una gran parte de las vidas nacionales. Aunque este rechazo tuvo en Francia un porcentaje proveniente de una extrema derecha xenófoba y chovinista, no es menos cierto que la mayoría vino de sindicatos, diferentes movimientos sociales y partidos de izquierda que ponían en cuestión la Europa que se estaba construyendo. Los temores de estos sectores de la población no son infundados porque desde Maastricht hay una realidad al interior de los países de la UE que ha supuesto un retroceso en lo social y una primacía de las cuestiones del libre mercado y de la política monetaria. La crítica de la poca transparencia y democracia de las instituciones de la UE y de la poca participación de los ciudadanos en la construcción de esa nueva Europa sigue vigente. Ante esta realidad y en un acuerdo tácito entre los gobiernos de los diferentes países, se ha considerado que esta vez no hará falta llamar a ratificación por referéndum . En palabras claras: la elite política europea no quiere arriesgarse a que se repita la debacle del año 2005, y así a los ciudadanos de la Unión se les servirá de nuevo en la mesa un Tratado que no habrán tenido ni siquiera la posibilidad de debatir a profundidad.


Ciencia y Tecnología

José Celestino Mutis (Cádiz, España, 1732 – Santa Fe de Bogotá, 1808) es una figura conocida en Colombia, España y otros países hispanoparlantes. Como gestor de la Expedición Botánica (1783), Mutis inició una “revolución” científica en el Nuevo Mundo, revolución cuyos alcances no apreciamos del todo aún. Fuera del mundo hispanoparlante se conoce muy poco o nada de esta notable figura. La situación puede cambiar notablemente cuando otro naturalista ilustre, el Dr. Edward O. Wilson, profesor emérito de la Universidad de Harvard, publique su próximo libro, dedicado a Mutis. Wilson es uno de los científicos más destacados en el mundo de hoy, y su campo de acción e influencia es tan amplio que es difícil bosquejar un perfil en pocas palabras. Desde niño su amor por la naturaleza lo condujo a una de sus mayores pasiones, la entomología (estudio de los insectos), con especial atención a unos diminutos y laboriosos representantes de este grupo: las hormigas. Desde fines de los años 40 y hasta ahora ha producido una vasta cantidad de publicaciones y libros sobre estos fascinantes artrópodos, en aspectos como taxonomía, biogeografía, comportamiento y evolución.

Premios Sus hallazgos y propuestas han enriquecido de forma abrumadora el mundo de la myrmecología (estudio de las hormigas), de la entomología y de la ciencia en general. Por su tratamiento enciclopédico sobre las hormigas, Wilson (y Bert Hölldobler) recibió el Premio Pulitzer por su libro The Ants, publicado en 1990. Son muchos los otros campos de la ciencia en que Wilson ha incursionado y ha dejado su huella, algunas veces controversialmente, como la biogeografía de islas, evolución de castas en insectos sociales, la sociobiología o la difusión de la palabra “biodiversidad”. La mayoría de sus numerosos libros (unos 20) son bestsellers que atraen al público especializado y general, gracias a su conocimiento en el tema y capacidad de escribir en forma cautivante. En apenas unos pocos meses, la atención del profesor Wilson se dirigió hacia nuestro ilustre compatriota Mutis (y decimos aquí “compatriota” siguiendo al propio Wilson, quien afirma que Mutis es un colombiano nacido en Europa) en tal forma y con tal pasión que no dudó en venir a Colombia no sólo para atender la inauguración de la Cátedra Colombia Biodiversa, sino para visitar y conocer la ciudad de Mariquita, cuna de la Expedición Botánica por varios años. Es sobre esta breve, pero intensa visita que se escribe esta nota. Gracias a las gestiones de Cristian Samper, Secretario General (E) de la Smithsonian Institution; Camila

El profesor Fernando Fernández, del Instituto de Ciencias Naturales de la Universidad Nacional de Colombia, acompañó

al científico estadounidense Edward Wilson en su recorrido por Mariquita, Tolima, y fue testigo de primera mano de la admiración que Wilson profesa por José Celestino Mutis, el hombre de la Expedición Botánica.

Tras los pasos de Mutis...

y de las hormigas de Mutis

El profesor Edward Wilson se

sintió como pez en el agua durante su visita a Mariquita, Tolima. Fue una manera de estar más cerca de José Celestino Mutis, de quien escribe un libro. Botero, de la Fundación Alejandro Ángel Escobar, y otras personas e instituciones, el profesor Wilson visitó por primera vez a Colombia para iniciar una serie de conferencias magistrales de la Cátedra, con el tema Los desafíos para la conservación de la biodiversidad. Es inevitable asociar la figura del profesor Wilson, el hombre de la biodiversidad, con Colombia, uno de los cinco países más ricos en el mundo en diversidad de seres vivos (para lo cual se acuñó la palabra Megadiverso). Una de las exigencias de Wilson fue muy clara: visitar Mariquita, en Tolima, lugar donde Mutis y sus colaboradores pasaron varios años. Tal visita se realizó con éxito, gracias a varias personas que ofrecieron total apoyo. Los frutos de esta “peregrinación” pueden tener alcances mayores a nuestras expectativas. Tras varias horas de viaje (y soportar uno de los típicos “trancones” de carretera) se llega a Mariquita, pequeño y acogedor pueblo donde la palabra prisa no es bienvenida. Nada más terminar el almuerzo se visita no una, sino tres casas. “Aquí vivió Mutis, aquí trabajó Mutis, por aquí se montaba las plantas ...” Los historiadores del pueblo ilustraban y orientaban al séquito heterogéneo de científicos, periodistas, camarógrafos y curiosos. La casa de Mutis es amplia y posee cuadros y datos útiles. El profesor Wilson, como buen entomólogo, toma nota de todo con minuciosa atención. Cada gesto y movimiento es seguido por los flashes de las cámaras. Al final del día, una corta visita

al bosque del acueducto. El motivo: hormigas. Aunque la colección de plantas es la principal actividad que llama la atención de la Expedición Botánica (al fin y al cabo por eso se llama así, “botánica”), la creación y desarrollo de esta empresa contemplaba la historia natural en un sentido amplio, lo cual incluía animales. Parte de los mismos eran las hormigas, uno de los grupos de insectos más comunes en la Región Neotropical. Las hormigas son protagonistas de nuestros bosques. Son muchas en número de especies (más de 3.000 descritas desde México hasta Argentina y unas 1.000 descritas para Colombia; muchas sin describir) y de individuos (una sola colonia puede llegar a tener de miles a millones de habitantes). Más allá de estos datos, las hormigas son elementos clave en la estructura y dinámica de nuestros ecosistemas: su presencia influencia y modela la existencia de otros animales y las plantas. Por esto Mutis y sus discípulos también se fijaron en estos pequeños habitantes de Nueva Granada y los coleccionaron. Desafortunadamente estas hormigas se perdieron, como tantos otros frutos de colección de la expedición.

La pasión de Wilson Mutis y las hormigas. Estas son las dos palabras claves para entender la pasión de Wilson por este personaje, que verdaderamente podría catalogarse como un innovador y auténtico científico en la Nueva Granada, quizás también en todo el Nuevo

Mundo. Las investigaciones, consultas y otras pesquisas de Wilson podrán arrojar sorpresas, como ofrecernos una dimensión de un personaje que quizás nosotros (o algunos de nosotros) hemos pasado por alto. Las “hormigas perdidas” de Mutis pueden, de alguna forma, recuperarse visitando los sitios en donde los coleccionistas de la Expedición anduvieron. No es tarea fácil; los bosques se han talado, los paisajes han cambiado, algunos puntos no son de fácil acceso. Además, no sabemos exactamente qué tanto coleccionó el equipo de Mutis. Sin embargo, algo de lo que hay ahora puede ser representante de la fauna de aquellas épocas, y colecciones en el área podrían acercarnos a las hormigas de tan ilustre naturalista. El segundo lugar visitado en Mariquita transcurrió en un bello paisaje de la finca Jabirú, cuyos amables propietarios, Pablo y María, abrieron las puertas al profesor Wilson, Cristian Samper y el autor de estas líneas. Una corta expedición, con la guía de Camila Pizano nos lleva a un parche de bosque donde se observan y nombran algunas de las hormigas. Wilson explora el suelo, las ramas, los troncos caídos. Surgen nombres científicos. Una Pheidole por aquí, una Pachycondyla por allá. En estas ramas unas Camponotus; en otras merodean las agresivas Azteca. En el suelo las “autopistas” de las cortadoras de hojas, Atta, hormigas que sin duda observó Mutis. El buen ojo del profesor capta una rama con nódulos de una planta, la varasanta (o

palosanto). Cristian, ducho en botánica, baja la rama y el nódulo arroja otras hormigas, las Pseudomyrmex de dolorosa picada. El regreso a Bogotá trae otra sorpresa. Una porción del camino descubre a Wilson la cordillera andina, el valle del Magdalena, el mismo río y algunos parches de bosque. Esto emociona al profesor, quien nunca antes había disfrutado estos paisajes. El día no ha terminado, pero Wilson se ha convencido que Colombia, llena de contrastes, es un país “fácil de amar”. Rico en culturas y gentes, muchas de ellas bondadosas, como los habitantes de Mariquita o la señora de las mandarinas. El paladar del profesor se deleita con la papaya, los patacones, las almojábanas, la yuca y otros tesoros de nuestra cocina. Las hormigas de Mutis son un capítulo de una aventura literaria nueva del profesor Wilson, cuyo último libro se llama La Creación. La reivindicación de José Celestino puede venir de afuera, de un escritor prolífico y muy leído, quien puede colocar al naturalista granadino en una perspectiva mundial. Qué mejor momento para esta visita, ahora que se aproxima la celebración de los 200 años de la muerte de Mutis. Doscientos años después otro ilustre naturalista recorre algunos de sus pasos, se deleita con alguno de sus productos, contempla una parte de su periplo y suela con un tributo. El profesor Wilson nos contagia de su entusiasmo; ahora queremos saber más.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Profesor Asociado Instituto de Ciencias Naturales Universidad Nacional de Colombia ffernandezca@unal.edu.co

11

Cortesía Fernando Fernández

Fernando Fernández


Gabriel Romero Campos,

Unimedios

Cuando era un niño, el biólogo Edward Wilson sufrió un accidente de pesca en el que perdió el ojo derecho. Tal vez, desde ese momento, él comenzaba a convertirse en una hormiga. Más obstáculos se le atravesaron. Siendo adolescente perdió parte de su audición y tuvo que luchar contra una forma moderada de dislexia. Era difícil imaginar que tiempo después sería uno de los más destacados científicos del mundo en las ciencias naturales. Wilson acercó su ojo izquierdo a las pequeñas criaturas que podía levantar. Se ocupó de los insectos, pero especialmente de las hormigas. Como ellas, se volvió un explorador incansable. A la edad de 20 años publicó su primer artículo sobre hormigas. Profundizó sus investigaciones en el Departamento de Conservación de Alabama. En 1950 obtuvo la maestría de ciencia y cinco años más tarde finalizó un trabajo relacionado con la taxonomía y la ecología de las hormigas. Así obtuvo su doctorado en la Universidad de Harvard. Las investigaciones se extendieron a los trópicos americanos, australianos y del Pacífico sur. Era tan creciente y profunda su obsesión por estos insectos que no dudaron en llamarlo “Doctor Hormiga”.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Lenguaje de hormigas Wilson descubrió unas sustancias que se llaman feromonas. Así como los seres humanos utilizamos las palabras para comunicarnos, las hormigas emplean sus feromonas. Mediante este lenguaje, ellas dan señales de alarma, avisan si hay una intrusa en la colonia, si la reina está en peligro, si alguien ha encontrado comida. En su continua búsqueda, Wilson ha llegado a descubrir 22 feromonas diferentes. A sus 78 años, Wilson es un niño grande, lleno de preguntas. En el mundo de sus hormigas también estudió la evolución de las castas. Vio cómo allí había reinas, machos, obreras mayores, obreras menores y soldados, que son los defensores de la colonia. A partir de estas experiencias escribió el libro Sociobiología: la nueva síntesis, donde a partir de lo biológico explica el comportamiento social de animales e incluyó a los humanos en el último capítulo del texto. Wilson fue acusado de favorecer el nacismo y el racismo. Pero, ¿qué fue lo que produjo una reacción tan fuerte en su contra, que inclusive en 1978, durante una reunión de la Asociación Americana para el Avance de la Ciencia, varios manifestantes derramaron una jarra de agua sobre su cabeza? Él afirma que los genes nos gobiernan. Que comportamientos como el altruismo, el amor o la defensa de nuestras familias, que se ven como algo profundamente humano, podían observarse desde el punto de vista de un egoísmo genético.

En días pasados, el científico estadounidense Edward Wilson, conocido como el padre de la Biodiversidad, estuvo en Colombia y visitó la Universidad Nacional. El siguiente es un perfil de este hombre de 78 años, que cautivó a más de uno por su sencillez.

Unimedios

12

Ciencia y Tecnología

Luciendo corbata y tenis, el

científico estadounidense Edward Wilson se reunió con estudiantes de la Universidad Nacional de Colombia.

El hombre que se convirtió

en el ‘Doctor Hormiga’ “Uno da la vida por su hermano porque comparte genes. Uno de la vida por el primo con menor riesgo porque comparte menos genes. Y normalmente con un desconocido, uno no arriesga su vida, porque puede haber cero genes compartidos”, es la explicación que el profesor Fernando Fernández, de la Universidad Nacional, da sobre estos estudios. Fernández es experto en hormigas y un gran conocedor de la obra del profesor Wilson”. “Las hormigas –agrega Fernández– dan la vida por sus hermanas. Las abejas, las hormigas y las avispas sociales mueren por sus hermanas. Uno comparte con un hermano el 50 por ciento de los genes y con un primo, máximo un 25 por ciento. En las hormigas, las hermanas comparten el 75 por ciento de los genes”. Lo que el profesor Wilson ha pretendido demostrar es que el comportamiento humano tiene una base genética. “Estas ideas llevadas al extremo implican que nosotros somos como juguetes de los genes”, dice el profesor Fernández.

Duras críticas El “Doctor Hormiga” ha enfrentado duras críticas de sicólogos, sociólogos y, en general, de humanistas que sostienen que el hombre es una clase superior que no puede ser comparada con los animales. Pero él se aferra a las leyes de la naturaleza. “No es bueno ni malo que, por ejemplo, los machos sean más fuertes y predominen en una especie –explica el profesor Fernández–. En los heminópteros, hormigas, abejas y avispas, las hembras son las dominantes y los machos

acatan órdenes. Hay incluso tipos de avispas en las que los machos han desaparecido”. Wilson es hombre y es hormiga. Y sigue preguntándose y respondiéndose acerca de ellas. Después de un trabajo de 25 años logró relacionar 647 especies de hormigas en América y describió 320 especies nuevas para la ciencia. Ha encontrado el profesor Wilson que hay tantas hormigas en el planeta que el número total de ellas pesaría más que todos los humanos juntos. No en vano llevan más de cien millones de años sobre el planeta y se conocen desde la época de los dinosaurios. Wilson ha comprobado que su cooperativismo les permite aprovechar mejor los recursos, defender mejor sus nidos, optimizar la crianza de sus larvas y crías. Ellas tienen más posibilidades que otras especies de que sus colonias sobrevivan en ambientes adversos. “Si las hormigas pudieran fabricar la bomba atómica, ya habrían destruido el mundo diez veces”, es una de las frases favoritas del profesor Wilson. Afirmación que da a entender que la naturaleza es neutra, que no hay buenos ni hay malos. “La hormiga no dudaría en usar la bomba atómica contra sus compañeras. Aquí no hay valores subjetivos. Los depredadores no son malos ni buenos”, sostiene el profesor Fernández.

La evolución, la muerte En una entrevista que Wilson concedió al diario El País, de España, le preguntaron por qué la mitad de la población de Estados Unidos no creía en la teoría de la evolución.

“Para el 51% de los estadounidenses, la especie humana fue creada por una fuerza suprema hace miles de años. El 34% cree que hubo una evolución dirigida por Dios. El 15% restante dice que tienen razón los científicos. Son unas cifras extraordinarias, porque representan todo lo contrario de lo que piensan los europeos. En Europa, el 40% de la población está de acuerdo con la tesis de que la especie evolucionó por selección natural”, fue su respuesta. Este niño grande también se ha preguntado qué pasa después de la vida. “Piense lo que significa pasar toda la eternidad en el cielo –dice–. No estamos hechos para eso. La mente humana está construida para durar un tiempo limitado. Sobrepasar ese límite significaría atar a la persona a una existencia infernal. Un sondeo realizado entre los científicos más importantes de Estados Unidos mostró que al 85% no le importaba que hubiera o no vida después de la muerte. A mí me da igual”. Esta es parte del Wilson que llegó un lunes a la Universidad Nacional, vestido de corbata y tenis, y se paseó por el Instituto de Ciencias Naturales y habló con el Rector, Moisés Wasserman, y luego se reunió con profesores y estudiantes, firmó autógrafos y atendió entrevistas, y que después estudió con juicio las especies de mariposas y siguió haciéndose preguntas, pues al día siguiente un mundo nuevo le esperaba en la población tolimense de Mariquita. Entonces, Wilson, por primera vez en su vida, descubrió los Andes, que desde otros continentes es un lugar fascinante y lleno de misterios y especies desconocidas.

Jamás había visto un bosque andino. Después pasó por Mariquita y sintió nostalgia de sus primeros años, de la Alabama donde creció y comenzó a hacerse científico. Y en medio de sus preguntas fue sorprendido por el sabor de la papaya, los patacones y la arepa de huevo. Y en cuestión de horas, los pedía en su escaso español, y en inglés rogaba “No me digan doctor, no me digan Don. Don suena como a mafioso”. Y finalmente pedía que no le dijeran Edward, sino Eduardo. Terminaba su visita, los anfitriones le tenían preparada la cena de despedida. Sin embargo, Wilson se excusó de asistir. Se encerró en su habitación y comenzó a escribir sus memorias del viaje. Hoy, Wilson estará en Alabama o en otras latitudes, preguntándose quizás por qué el común de la gente se deja llevar por el tamaño de seres vivos como los tigres o las ballenas e ignora el maravilloso mundo de las hormigas. O reflexionará sobre cómo la humanidad está a punto de alcanzar una etapa del desarrollo en la que podrá escoger la trayectoria de la evolución. Y cómo parece cercano el día en que se eliminarán enfermedades genéticas. Pero entonces, una vez más, se preguntará si debería permitírsenos utilizar la ingeniería genética para mejorar a los individuos, si los padres podrán decidir si desean que sus hijos sean deportistas o músicos. “¿Deberíamos permitirlo?”, será la duda del profesor Wilson, el hombre que un día en un accidente de pesca perdió su ojo derecho y comenzó a transformarse en el “Doctor Hormiga”.


Ciencia y Tecnología

Colombia es uno de los países de América Latina con menor presupuesto estatal para el desarrollo de la ciencia y la tecnología, apenas el 0,5 % de su Producto Interno Bruto, PIB. En Suramérica, el país con mayor presupuesto es Venezuela, que acaba de aprobar el 2% de su PIB para este rubro; le siguen Brasil, con el 1,3%, y Chile, con el 1%. ¿Pero hasta qué punto está Colombia más lejos o más preparada que otros países de Latinoamérica para enfrentar los desafíos del desarrollo científico y tecnológico del siglo XXI? ¿La empresa, las universidades y la sociedad colombianas están preparadas para asumir el reto que se plantea para la próxima década? La corporación estadounidense Rand, National Security Research Division, publicó el análisis The Global Technology Revolutios 20201, en el que afirma que para entonces la tecnología continuará su desarrollo acelerado, integrando múltiples disciplinas científicas en una convergencia que afectará profundamente la sociedad. El uso de la tecnología obligará a los países a buscar la forma de participar de ellos, porque de lo contrario se rezagarán. Colombia fue uno de los 29 países analizados2. Entre ellos están Brasil, Chile y República Dominicana, como parte de la región Centro, Suramérica y el Caribe. El análisis le permitió a Rand ubicar a Colombia en el grupo de ‘países en desarrollo científico’, con Brasil, Chile, México, Turquía, Sur África e Indonesia. Esta es la tercera categoría de un conjunto de cuatro, en el que la última son los países ‘científicamente rezagados’; la segunda los ‘científicamente competentes’, y la primera, los ‘científicamente avanzados’. Esta clasificación hace referencia a la baja, media, alta y muy alta capacidad de los países para aplicar la tecnología. La ubicación de Colombia en el contexto internacional permite una serie de reflexiones sobre la situación actual y real de la ciencia y la tecnología en el país. Para algunos académicos vinculados al medio de investigación y el desarrollo, el principal problema de Colombia ha sido la volatilidad de la asignación de recursos, que disminuyen de acuerdo con las prioridades de los programas estatales. Igualmente, los recursos asignados para la investigación y el desarrollo en Colombia son empleados tanto para la capacitación y la formación de investigadores, como para la investigación misma. Este aspecto reduce la inversión en los proyectos, lo que disminuye el potencial desarrollo de la investigación. El profesor Rafael Hurtado, de la Universidad Nacional, ex director del Observatorio de Ciencia y Tecnología, afirma que “en diez años la principal institución de fomento de desarrollo tecnológico del país, Colciencias,

Colombia, por fuera del mundial 2020

en ciencia y tecnología

13

Perspectivas para Colombia

Las potencias del mundo invierten

cuantiosas sumas y grandes esfuerzos para mejorar en ciencia y tecnología. En los países menos desarrollados no ha habido políticas claras y muchos de los proyectos se quedan en el aire.

Un estudio de la corporación estadounidense Rand, para el Consejo Nacional de Inteligencia Norteamericana,

clasificó a Colombia como un país científicamente en desarrollo y por debajo de la media mundial. ¿Cuáles son las razones? ¿Cómo está el país en el contexto latinoamericano? ¿Cuáles son sus fortalezas? tuvo la mitad de los recursos que tenía en 1996, mientras la comunidad científica de Colombia ha crecido 10 veces. No se han dado las condiciones para que esta comunidad pueda madurar”. Según las cifras del Departamento de Planeación Nacional, el presupuesto asignado a Colciencias en 1990 era de 18.312 millones de pesos y con la dinámica de investigación, el interés de los gobiernos y la evidencia de la necesidad del desarrollo de la ciencia y la tecnología, para 1996 aumentó a 140.901 millones, el más alto que ha tenido en su historia. Pero la volatilidad del interés en esta área hizo que para 1998 la asignación de recursos bajara a 67.035 millones. Y hasta septiembre de 2006 este monto no se había superado. Incluso se estableció como el más bajo en los últimos 16 años, pues llegó a 64.312 millones de pesos asignados. La influencia de algunos factores, como la pobreza, el suministro constante de energía y agua potable, la estabilidad política y la gobernabilidad, la educación, y la disponibilidad de los recursos son las principales barreras que Colombia y los países con características similares en Latinoamérica3 tienen para lograr en el 2020 la puesta en práctica de los

usos de la tecnología descritos por la Rand. En ese orden, los países de media y baja capacidad para aplicar la tecnología, como Colombia, tienen la necesidad de solucionar otros problemas, que obligan a los gobiernos a asignar recursos para la solución de urgencias y no para el desarrollo tecnológico y la investigación.

adecuado nivel de desarrollo científico y tecnológico es la primera condición para este tipo de aplicaciones sofisticadas. Un país puede obtener la tecnología mediante el desarrollo propio, la colaboración, la transferencia o la compra de paquetes disponibles en el exterior.

Revolución tecnológica 2020

El análisis de la Rand establece barreras y fuerzas impulsoras con que cuentan los países para desarrollar y aplicar la tecnología. Así, el grupo de países “científicamente avanzados” tiene una capacidad muy alta para aplicarla, porque sólo tienen un 30% de barreras y cuentan con el 100% de fuerzas impulsoras. Es el caso de Alemania y Canadá. Y en este mismo grupo se ecuentra Estados Unidos, que tiene 40% de barreras y 100% de fuerzas. También Australia, Japón y Corea, con el 30% y 90%. Finalmente, Israel, que tiene el 40% de barreras y el 90% de fuerzas impulsoras. Un caso especial en esta perspectiva es China, que a pesar de tener un 70% de barreras, cuenta con más del 50% de oportunidades. El grupo de Colombia fue ubicado en el rango de países “en desarrollo científico”. Gracias a su capacidad media, podría desarrollar energía solar a bajo costo, co-

La Rand proyectó 16 usos clave de la tecnología para los próximos años, entre ellas las áreas de biotecnología, nanotecnología, tecnologías de materiales y de la información. Los seleccionó basada en la probabilidad que tienen de ser comercializados y al impacto que pueden tener en la sociedad, principalmente los que se relacionan con las necesidades primarias de las personas, como el agua, el alimento, la tierra, la población, la gobernabilidad, la estructura social, la energía, la salud, el desarrollo económico, la educación, la defensa y el conflicto, y el ambiente y la contaminación. Su desarrollo y aplicación serán determinantes para definir el papel de los países, pues analiza el espectro de avance científico, según la capacidad con la que cuentan para adquirir e implementar las 16 tecnológias clave. El

Capacidades

Aunque el informe vio las capacidades individuales de los países en un contexto regional, las diferencias entre los países desarrollados y Colombia reflejan la necesidad de mirar con ojo crítico y selectivo, y no comparativo, las diferencias, porque el sector productivo de estos países sustenta su crecimiento en las actividades y desarrollos de la comunidad científica. “Debemos partir del escenario de los países desarrollados para aproximarnos al nuestro, no asumir ese escenario como el propio. Nuestra comunidad científica está siguiéndole los pasos a la comunidad mundial, pero ésta tiene una relación muy intensa con las tecnologías, que son las que hoy dominan los productos y los procesos de producción. La investigación en nuestro país tiene que empezar a ser pertinente para nuestra industria, aunque es difícil, porque la nuestra es baja en tecnología, en términos de sus productos, y la tecnología vinculada a sus procesos, es principalmente importada”, dice el profesor Rafael Hurtado. Sin embago, el país ha hecho grandes esfuerzos para tratar de reducir las diferencias en esta área, al menos en relación con sus vecinos. Una de las estrategias utilizadas, planteada desde el actual Sistema Nacional de Ciencia y Tecnología, SNCyT, ha sido la unión de esfuerzos para aumentar el gasto con los aportes de las universidades, algunas entidades públicas, los centros de investigación y las empresas. El Observatorio de Ciencia y Tecnología, OcyT, precisó que en el gasto para el 2005 las entidades públicas aportaron 447.703 millones de pesos, el equivalente al 30,5% del total; la empresa privada y pública, 624.829 millones de pesos, el 19%; las instituciones de educación superior, con 285.187,54 millones de pesos, que corresponde al 19%, y los centros de investigación, con 109.918,29 millones de pesos, que representan el 7,42% del total. Aunque la preocupación de la empresa privada en el aporte a este rubro es

Continúa pág. 14

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Unimedios

municaciones inalámbricas, genética de cultivos, filtros y catalizadores, vivienda barata y autosostenible, prácticas de manufactura limpia y vehículos híbridos. En análisis evidenció que las barreras de Colombia están en el 70%, mientras que sus fuerzas impulsoras son del 10%. En Latinoamérica, Brasil y Chile tienen el 25% y el mismo porcentaje de barreras. Las cifras muestran que ningún país podrá reducir sus barreras sino potencia las fuerzas impulsoras implementando estrategias claras, que mejoren la calidad de vida de los habitantes, como la educación, la generación de empleo, la garantía de seguridad y de gobernabilidad, entre otras. Pero esto no es posible si simultáneamente no se crean nuevas oportunidades y recursos para el desarrollo de la ciencia y la tecnología.

AFP

Gabriela Rodríguez Salgado,


n Domingo 9 de septiembre de 2007

14

Ciencia y Tecnología creciente, el interés por desarrollar tecnología nacional para implementarla en sus procesos de producción aún no está fortalecido. Pues, durante el 2003, la inversión en ciencia y tecnología representó el 0,08% del total de sus ventas, mientras que se destinó el 0,28% a la compra de maquinaria importada. Para el director del Servicio Nacional de Aprendizaje, Sena, Darío Montoya Mejía, “el desarrollo tecnológico del país va bien, tiene claridad en el sector empresarial de grande y mediana empresa. El gran reto es que la pequeña empresa conozca los retos del desarrollo tecnológico y la innovación”. A pesar de los esfuerzos, el presupuesto destinado para ciencia y educación se sigue repartiendo entre el desarrollo y la investigación, y otras actividades relacionadas, como la capacitación de doctores e investigadores. Colciencias informó que con dos importantes préstamos del Banco Interamericano de Desarrollo durante 1992 y 1997, 513 profesionales realizaron con éxito su doctorado en el exterior. En el 2002, con otro préstamo, se formaron 550 investigadores más. Este esfuerzo de inversión le pemitió al país emprender la gran tarea de crear sus propios programas de doctorado, que han deri¿Modificar la estructura del Estado para crear un Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación es conveniente para Colombia? ¿Favorecerá o no la investigación científica y el desarrollo tecnológico del país? Interrogantes como estos fueron analizados por científicos, académicos y directores de entidades afines al tema, a propósito del Proyecto de Ley propuesto por Martha Lucía Ramírez y Jaime Restrepo Cuartas. La propuesta busca modificar la Ley 29 de 1990 y establecer un marco jurídico para el desarrollo de la Sociedad del Conocimiento en Colombia en el que se cree un ministerio de ciencia, tecnología e innovación, se transforme a Colciencias y se cree un fondo nacional de financiamiento. Este proyecto modificaría la estructura del Estado. El Representante a la Cámara Jaime Restrepo Cuartas explicó que “la creación de un ministerio es importante, porque le permitiría al país estar a tono con los avances científicos del momento y con el desarrollo que han adquirido otros países del mundo, como China, India, Japón, Irlanda, e incluso países de América Latina, como Chile y Brasil, que han fortalecido su desarrollo científico”. La creación de un ministerio de estas características fue contemplada hace 17 años durante las discusiones de la Misión de Ciencia y Tecnología, en la que un grupo de investigadores de la Universidad Nacional y otras entidades concluyó que “no era conveniente, porque los ministerios son puestos fundamentalmente políticos, que tienen una volatilidad enorme y por eso ningún gobierno ha planteado volver a Planeación un ministerio, sino conservar

vado en la consolidación de grupos de investigación en ciencia y tecnología. La Plataforma Scienti, de Colciencias, registró que el número de estudiantes de doctorado aumentó de 345, en el 2000, a 1.532, en el 2006. La experiencia que Colciencias ha dado al fortelecimiento del Sistema Nacional de Ciencia y Tecnología en los últimos 40 años ha servido como guía para el desarrollo de otros países, como Panamá, Honduras, El Salvador y Ecuador. Así lo confirma Alexis de Greiff, subdirector de programas estratégicos de Colciencias. “A pesar de todas nuestras limitaciones como país, porque somos conscientes de ellas, Colombia tiene una gran capacidad construida que ha alcanzado grandes perspectivas regionales”, dijo. Silberglitt, R., Antón, P.S., Howell, D.R. and Wong, A. The Global technology revolution 2020, executive summary: bio/nano/ materials/information trends, drivers, barriers, and social implications. Rand Corporation, 2006. 1

Países organizados por región. Asia: China, India, Indonesia, Japón, Corea del Sur, 2

Las capacidades de Colombia para el desarrollo y aplicación de la ciencia y la tecnología para enfrentar los retos que plantea el 2020 tendrán un nueva fuerza impulsora o una nueva barrera. En la Cámara de Representantes se radicó el pasado 20 de julio un proyecto de Ley de Ciencia, Tecnología e Innovación, que pondrá sobre el tapete la disposición del Estado para fortalecerla o no. Pero mientras el Estado define apostarle a la ciencia y la tecnología como una de las mayores prioridades, el país seguirá ocupando modestos lugares en la clasificación mundial, a años luz de Estados Unidos y Alemania, muy lejos de Brasil y México, y lejos de Chile y Cuba. Como quien dice, Colombia está por fuera del mundial del 2020 en ciencia y tecnología.

Nepal y Pakistán. Oceanía: Australia e Islas Fiji. Norte de África y Oriente Medio: Egipto, Irán, Israel y Jordania. Europa: Georgia, Alemania, Polonia, Rusia y Turquía. África: Camerún, Kenia, Chad y Sur África. Norte América: Canadá, México y Estados Unidos. Centro y Sur América, y el

Gabriel Misas

Caribe: Brasil, Chile, Colombia y República Dominicana. Cabe anotar que la agrupación de países para la evaluación realizada por la Corporación tuvo en cuenta características similares de los países de la región, tratando de no incluir en una sola área geográfica más de un país con rasgos semejantes. 3

Jaime Restrepo Cuartas

16 usos clave de la tecnología en el 2020: La siguiente es la lista de los usos clave de la tecnología para el 2020, según la Rand: La energía solar barata; las comunicaciones inalámbricas rurales; el acceso a la información en cualquier tiempo y lugar; los cultivos genéticamente modificados; los ensayos biológicos rápidos; técnicas avanzadas para filtrar y purificar el agua; drogas de acción específica; vivienda barata y autosostenible; producción limpia en la industria; identificación por radiofrecuencia de mercancías y personas, RFID; vehículos híbridos; sensores generalizados para vigilancia; ingeniería de tejidos; métodos sofisticados de diagnóstico y cirugía; computadores en la ropa, y criptografía quántica.

Indicadores de Latinoamérica El profesor Óscar José Mesa, Vicerrector de Investigación de la Universidad Nacional de Colombia, analiza el contexto latinoamericano para Colombia, con respecto al informe de la Corporación Rand: “La capacidad científica y tecnológica se resume en una puntuación para cada país, que se obtiene de un promedio ponderado de varios factores: el ingreso medio per cápita, el número de científicos e ingenieros por cada millón de habitantes, el porcentaje del producto bruto invertido en ciencia y tecnología, el número de instituciones y de universidades de investigación por cada millón de habitantes, el número de patentes y una métrica del número de estudiantes de cada país que realiza estudios universitarios en los Estados Unidos. En todas las categorías, Colombia tiene puntajes por debajo de la media mundial, excepto en el porcentaje invertido en ciencia y tecnología, y en el número de colombianos que estudian en los Estados Unidos, que está ligeramente por encima del promedio. El promedio ponderado fue de -0,22, es decir, está por debajo de la media. También es inferior al de otros países latinoamericanos como Cuba, 0,11; Brasil, 0,10; Argentina, -0,09; Chile, -0,11, y México, -0,14. Cuba, en particular, nos supera en número de científicos y en el gasto en ciencia y tecnología. Según este indicador, los países más avanzados son Estados Unidos, 5,03; Japón, 3,08, y Alemania, 2,12. Los más atrasados son Haití, Corea del Norte, Eritrea y Chad, con indicadores cercanos a –0,51”.

Alexis de Greiff

Darío Montoya

¿Ministerio de ciencia y tecnología? la relación con Presidencia, que le da cierta autonomía”, afirma el profesor Gabriel Misas, director del Instituto de Estudios Políticos y Relaciones Internacionales de la UN, Iepri, y el entonces coordinador de la Misión. La autonomía de Colciencias, adquirida desde que la Misión recomendó su adscripción al Departamento Nacional de Planeación, le ha permitido contar con personas vinculadas a las ciencias, como profesores que han hecho parte de grupos de investigación y han tenido un entrenamiento importante en ciencia y tecnología. Al profesor Misas le preocupa que esta condición se pierda y que sea “modificada por un número de asesores que entran y salen con los ministros”. Al respecto, el representante dijo: “nosotros no estamos diciendo: créese una figura nueva, con una nueva estructura, con burocracia. No. Estamos diciendo, transfórmese Colciencias, con su misma estructura, en un ministerio. Así no se corre el riesgo de que esto se vuelva un ente burocrático, que se politice. Va a depender mucho de la Presidencia de la República y de la conciencia sobre la necesidad de desarrollar un modelo que cambie

el desarrollo productivo del país hacia una productividad basada en la investigación”. Los proponentes vieron la necesidad de crear este ministerio por la inestabilidad de la asignación del presupuesto, que ha variado con los gobiernos. “Queremos un ministerio, porque no podemos insistir en la idea de tener una entidad secundaria en la estructura del Estado. Un ministro tiene la posibilidad de discutir las políticas en el Conpes, de participar en el consejo de ministros y de pelear un presupuesto”, dice Restrepo Cuartas. Para el subdirector de programas estratégicos de Colciencias, Alexis de Greiff, convertir a este instituto en un ministerio “quiere decir que la ciencia y la tecnología alcanza un estatus político con mayor cercanía a los espacios de toma de poder, lo que pone el tema en pie de igualdad con otras prioridades del país”. Asimismo, que “esté abierta la discusión en la estructura política del país sobre la ciencia y la tecnología, en una coyuntura como la actual tiene un significado político importante, porque se envía una señal sobre la importancia que el ejecutivo y el ala legislativa les otorgan

a las actividades científicas y tecnológicas en Colombia”. El director de Servicio Nacional de Aprendizaje, Sena, Darío Alonso Montoya Mejía, afirma que uno de los principales problemas que podría resolver un ministerio es la confusión de los conceptos de desarrollo científico y desarrollo tecnológico, porque “juntar ciencia y tecnología y promoverlas con las mismas estrategias es absolutamente equivocado, y en eso el país tiene que tomar conciencia”. En este contexto, Montoya Mejía sostiene que “la ciencia y la tecnología no son la misma cosa y requieren estrategias de promoción diferenciadas. La ciencia es una tarea que tiene unos aliados específicos en la promoción tecnológica, y es una tarea que hay que promover en la universidad, en los centros especializados de investigación y tiene que ver con la promoción del talento y la capacitación de alto nivel. Por otro lado, la tecnología es una tarea que está cada vez más cercana a los problemas de competitividad y productividad de las empresas. Allí lo que se focaliza como interés fundamental es la capacidad de generar innovación”.

Por su parte, el profesor De Greiff, de Colciencias, explica que “hay una tendencia a hacer esa separación entre ciencia y tecnología, partiendo de la idea de que es una separación epistemológica y práctica, pero de ahí se salta a decir que también hay una separación institucional. Eso me parece sumamente peligroso, porque lo que uno ve en el desarrollo de otros países es la presencia de científicos en lugares industriales, es decir, investigación fuertemente aplicada, que en todo caso tiene casos fundamentales en los que participan científicos y, muchas veces, científicos que hacen investigación básica”. El profesor de física de la Universidad Nacional de Colombia Rafael Germán Hurtado Heredia concluye: “Creo que el proceso de maduración del Sistema de Ciencia y Tecnología, SCyT, actual debería permitirle una mayor vinculación a las políticas, planes y estrategias de los ministerios y llevar a estos a encontrar un valor práctico para sus propias iniciativas en las actividades de ciencia y tecnología. Si se lograse una sinergia entre la comunidad, el SCyT como está hoy en día y los ministerios habría una gran ganancia”.


Ciencia y Tecnología

¿Sabía usted que materiales como el tallo de clavel y otros, como el almidón de yuca, las hojas de plátano o de papa, las fibras del fique y las hojas de maíz, pueden convertirse en materiales reciclables para fabricar papel y empaques que reemplacen el uso del icopor? La Universidad Nacional de Colombia desarrolla un proyecto que permite fabricar hojas de papel y otros objetos a partir de materias primas vegetales, como los tallos de clavel. El profesor Luis Eduardo Garzón, con su taller de material vegetal reciclable en pulpa y papel, está al frente de este trabajo. Garzón y un grupo de 30 estudiantes de diferentes carreras, artes plásticas, diseño industrial, agronomía, química e ingeniería mecánica, descubrieron en los alrededores de Bogotá una fibra, el tallo de clavel, que los floricultores eliminan en temporada de poscosecha. “Al hacer pruebas con tallos, logramos obtener una pulpa, que no era de una alta calidad como para fabricar papel de alto gramaje, para escritura”, explicó el profesor. Ante esa experiencia, los investigadores se dieron cuenta de que la calidad del papel funcionaba para empaques y tuvieron un acercamiento con los floricultores de la Sabana. “A ellos les interesa que esa fibra se utilice, porque a ese tipo de desechos deben destinarle un sitio en sus campos de cultivo. La CAR no tiene la disposición para trasladar toneladas de basura diarias”, aseguró Garzón. Además, según las normas medioambientales, no está permitido desplazar material contaminante, debido a la cantidad de agroquímicos, pequeños hongos y plagas que se esparcen fácilmente en el aire, explicó. Garzón y su grupo se acercaron a Colibrí, empresa cultivadora de flores colombianas ubicada en Facatativá, que exporta al día cerca de un millón de flores. “Ellos nos han colaborado mucho. El material que nosotros requerimos para la investigación ellos nos lo envían a la Universidad, para que realicemos las respectivas pruebas”, dijo Garzón. Para María Fernanda Rojas, ecóloga de Colibrí, la experiencia con la Universidad Nacional ha hecho que los trabajadores se interesen por este tipo de procesos. “Hemos hablado con Asocolflores y las personas del cultivo se han enterado de que efectivamente se puede hacer papel, lo que ha generado muchas expectativas y hará que más adelante se pase de una fase de investigación a una de producción”, agrega Rojas. La unión a este proyecto, según Rojas, se debe también no sólo a una innovación, sino a la presión del mercado de no recibir los capuchones de clavel en material plástico, sino en papel. “Una propuesta muy interesante para aplicar en el futuro es que

Sacan papel

de tallos de claveles

En la sabana de Bogotá se formaban grandes cantidades de basura debido a que el tallo de clavel era apenas un objeto de desecho. Sin embargo, una investigación interdisciplinaria de la Universidad Nacional de Colombia logró que de los tallos se produjera papel. ¿Cómo se logró darle forma a este proyecto?

Los tallos de claveles que

esta mujer recoge en la bolsa son utilizados para producir papel. Aquí no se desperdicia nada y sí se genera empleo.

logremos envolver nuestras flores en papel hecho a partir del tallo de clavel, porque hicimos la experiencia con 15 clases de capuchón”, añadió. Otro de los puntos que recalcó Rojas es el hecho de que al aprovechar este tipo de desechos se está minimizando el impacto ambiental. “Muchos no tienen la conciencia de proteger el ambiente y algunos cometen el error de dejar estos residuos abandonados. En ocasiones, las vacas se comen estos desechos y los agroquímicos se pegan a la grasa de la leche, lo que genera un problema de salubridad”, aseguró.

Toneladas de desechos… ¿Se imagina media tonelada de desechos vegetales al día? Eso significa casi una montaña de ocho metros de largo por cuatro metros de profundidad y cerca de cinco metros de alto en solo residuos. En Colibrí este es el promedio de desechos que continuamente salen de los claveles. La empresa maneja cuatro grados de selección: selecto, fance, estándar y nacional. Así se sabe cuáles claveles sirven. Todos los días, desde la mañana, los trabajadores de-

ben limpiar y escoger los mejores claveles para exportarlos, desde el momento de su cultivo hasta su maduración y empaque. “Cada flor de clavel pasa por distintas etapas de selección y clasificación, lo que va generando varias toneladas de desechos”, indicó Rojas. En el área de cultivo, las mujeres, con un saco a su cintura, son las encargadas de ingresar a los invernaderos y allí eliminar las partes que no permiten el buen desarrollo del clavel. “En cada estación contamos con una unidad de reciclaje y ellas tienen los elementos necesarios para limpiar el clavel”, explicó. También hay monitores de fitosanidad, como Claudia Patricia Acosta. Ellos son los encargados de detectar aquellas plagas y enfermedades que afectan al clavel y analizar con agroquímicos cuáles flores resisten a varios tipos de fertilizantes. Para Acosta, una mujer enamorada de las flores, la idea de que todo el desecho de tallos de clavel sea reutilizado para papel y empaques es una forma de proteger el ambiente y de generar empleo. “Las flores se verían muy bonitas en papel de clavel, porque es la raíz del mis-

mo material que trabajamos”, aseguró.

Algo más que flores… El avance de la investigación del profesor Garzón y su grupo pasó de lo artesanal a lo industrial. Su taller cuenta con un procesador alemán, que ha mejorado el desarrollo de pulpas, una batidora holandesa y un molino horizontal, construido por los estudiantes de ingeniería mecánica. “Una compañía alemana trajo una maquina extrusora. Con ella probamos este tipo de tallos, que se introducen a una velocidad y presión determinada. Al someterse a altas temperaturas, en unas micras de segundo descomprime todo tipo de agroquímicos que contengan los desechos poscosecha”, explicó Garzón. En este proceso se obtiene una masa vegetal con la que ya se puede preparar una pulpa con elementos físicos, a los que se somete para reducir la contaminación cuando se hace con químicos. “Esta máquina permite que los tiempos se minimicen y podamos agilizar los procesos de extracción de pulpa. Antes de contar con ella, todo era manual, para separar ciertos líquidos que

contenían estos tallos”, dijo Garzón. El proyecto contó con el apoyo del Ceif y ahora, desde hace seis meses, tiene a su disposición una nueva máquina alemana, nacionalizada, para fabricar empaques de fibras vegetales, que pueden reemplazar el uso del icopor, gracias a materiales biodegradables. Ahora, luego de apostarle a la fabricación de papel, el objetivo de Garzón y sus estudiantes es aprovechar estas nuevas tecnologías para innovar en la elaboración de empaques. “Estamos utilizando todos los productos y, además de la pulpa del clavel, también mezclamos fibras de fique, almidón de yuca, cáscaras de piña, plátano y hasta de la papa, para darles más consistencia a estos productos con materia vegetal”, dijo Garzón. “Lo que nosotros estamos obteniendo es un producto que en ciertos lugares está reemplazando al icopor. Lo interesante es usar otras alternativas para refinar la utilización de este tipo de fibras”, afirmó Garzón, que sostiene que esta puede ser una manera de conformar Pymes o cooperativas, para generar empleo a gran escala.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Unimedios

15

Unimedios

Carolina Flechas,


Equipo periodístico, Unimedios

El 15 de agosto del 2007, un terremoto, con una magnitud de 7,9 grados en la escala de Ricther, golpeó la costa peruana y afectó a las ciudades de Pisco, Ica y Cañete. Cerca del 70 por ciento de las edificaciones, algunas consideradas como monumentos nacionales, construidas la mayoría en material de adobe, colapsaron. Las de cemento y ladrillo tampoco resistieron el movimiento telúrico. El resultado: 16.669 viviendas destruidas y 80.000 damnificados. Pisco, ciudad de 116.865 habitantes, fue la más afectada. Allí, cerca del 39,10 por ciento de sus ciudadanos vivía en casas de adobe y tapia, mientras que en Ica, con 290.000 habitantes, el 47 por ciento estaba construido en estos materiales. Y en Cañete, el 43 por ciento. En Colombia, según cifras oficiales del último censo del 2005, realizado por el Departamento Administrativo Nacional de Estadística, Dane, cerca del 16 por ciento de las viviendas han sido construidas en adobe, tapia o bahareque. Pueblos ubicados en Cundinamarca, Boyacá y Cauca, entre otros, se caracterizan por construcciones hechas con materiales en tierra. ¿Cómo proteger estas casas de hechos como los sucedidos en Perú? ¿Viviendas con 100 ó más años de historia se pueden salvar de un posible terremoto? Un nuevo estudio, realizado por el Taller de Arquitectura en Tierra de la Escuela de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad Nacional de Colombia, a cargo de la profesora Clara Eugenia Sánchez, ha analizado este tipo de edificaciones en nuestro país. Las investigaciones han encontrado que el adobe, la tapia pisada y el bloque de tierra prensado sirven para reforzar y construir casas con una propiedad sismorresistente.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Tradición y modernidad Según varios conocedores del tema de construcción en tierra, hablar de casas hechas en adobe, tapia pisada o bloque de tierra es referirse a la vía más económica y ancestral que se conoce en cuanto a la arquitectura. Las primeras edificaciones en adobe se construyeron 7 mil años a.C. Hoy se levantan construcciones en adobe en países como Irán, Afganistán e Iraq. En América Latina hay ciudades construidas con este mismo material, como Antigua, en Guatemala, declarada Patrimonio Histórico de la Humanidad. Para la profesora Sánchez, la historia de estos materiales esconde técnicas tan antiguas como también modernas. “Hay entre 12 y 34 métodos para construir con tierra, entre los que existen algunos sistemas, como los moldeados directos, con los que se construyeron algunas de las mezquitas más famosas en el mundo”, indicó.

Adobe y ladrillo:

¿cuál resiste más los sismos? El adobe es un material de construcción que no pocas veces ha sido subestimado. Sin embargo, una prueba de rayos X hecha a bloques de adobe ha demostrado que este material y sus componentes tienen propiedades sismorresistentes.

La fabricación de adobe es dispendiosa. Un

arena y menores cantidades de limo y arcilla. Según el estudio del Taller de Arquitectura, la composición de la tierra para fabricar adobe son: arenas, limos y arcillas. “Aunque se han estudiado adobes antiguos se han encontrado algunos tipos de granos gruesos, cercanos a 12 milímetros. Sin embargo, los porcentajes más importantes en sus componentes están en los siguientes rangos: arena, 55 a 75%; limos, 10 a 28%, y arcilla, entre 15 y 18%”, dijo. Sánchez explicó que otros elementos utilizados para la elaboración del adobe son el excremento de ganado, por contener altos niveles de fibra, y los tamos, que son residuos de la cosecha de cebada o avena.

Por la sismorresistencia Conocidos algunos de los materiales usuales en la fabricación de estos bloques de tierra, la investigación halló las claves para que sean sismorresistentes: “Uno de los principios básicos es su

El adobe que se produce tiene

producto de buena calidad contiene mayor cantidad de

comportamiento como una mampostería. El adobe es un pequeño mampuesto o bloque que se asocia con otros para conformar muros, cubiertas y bóvedas”, señaló la profesora Sánchez. El estudio estableció que entre las técnicas utilizadas por expertos juega un papel importante el grosor del adobe en comparación con el ladrillo. “El adobe se toma, se modela y se trabaja con la mezcla y se le agrega un poco de arena fina para que le dé resistencia. Lo mismo pasa con el bloque de tierra. En la tapia pisada no se necesita pegar los bloques, sino que se compactan hilados unos sobre otros”, agregó Sánchez. La profesora recalca que para levantar casas de tierra se deben tener en cuenta tres principios, que inciden para que sean sismorresistentes y seguras: la materia prima, el contexto donde se desarrolle (condiciones climáticas) y las condiciones geográficas. Por lo tanto, de cumplir con todos estos requisitos probablemente se mantengan

la ventaja de ser sismorresistente, pues en el evento de un movimiento telúrico, el material se adapta al movimiento de onda.

Fotos Archivo Particular

16

Investigación

hasta 100 ó 200 años en buen estado. Con el uso de un equipo de difracción de rayos X y pruebas en los laboratorios de la Universidad Nacional en Manizales, el Taller de Arquitectura en Tierra halló en el análisis de los bloques de adobe de 100 ó 120 años traídos desde Boyacá tamos de trigo, cebada y estiércol de ganado. Fibras que “hoy persisten porque el tiempo ha demostrado que permanecen esos elementos”, afirmó Sánchez. Otro elemento que se logró identificar fue un tipo de pasto llamado cola de ratón, que se utiliza para las cubiertas o techos en las zonas de montaña, que ayuda a reforzar las mezclas para hacer el adobe. También se comprobó que el adobe está diseñado a prueba de factores climáticos adversos. Entre los ensayos para comprobar qué tan sismorresistentes están los bloques de adobe, Jenny Vargas, una de las integrantes del Taller, explicó que se han analizado varias muestras, para conocer la composición del material que ayudaría a que el conjunto sea sismorresistente. “Con este equipo se propuso adelantar el análisis de materiales cristalinos, con el uso de espectroscopio de emisión de fotoelectrones de Rayos X, que permitió determinar la composición química de los elementos de la muestra y el porcentaje de peso de cada uno”, señaló Vargas. Durante el proceso, el informe realizado por el Laboratorio de Física de Plasma del campus La Nubia en Manizales indicó que las propie-

dades del material encontrado en un adobe, proveniente de una casa demolida en Tunja, Boyacá, contenía distintos componentes químicos orgánicos e inorgánicos. “Entre los elementos encontrados se observaron berlinita, halloyste, dióxido de silicio y sulfuro de silicio. En otras muestras se detectaron quartz y montmorillonite, que permiten comprender la resistencia y durabilidad de los materiales “, indicó Vargas. Según Vargas, en un movimiento sísmico, los adobes se adaptan al movimiento de la onda, mientras que el ladrillo, por su rigidez, no resiste la onda. “Además, en el adobe hay fibras y es posible hacer adecuaciones, aprovechando esas ventajas que tiene. Pero también una de las conclusiones más importantes que deben tenerse en cuenta es que una edificación con adobe no la debemos mirar como una sola unidad, sino el conjunto de bloques que la conforman”, indicó la profesora Sánchez. Otro de los puntos significativos es que los espesores son un factor importante para que el adobe tenga un buen comportamiento frente al menor espesor de un muro de ladrillo. Igualmente, en la investigación se tuvieron en cuenta las normas que establece la ley colombiana en cuanto a mampostería y edificaciones con componentes sismorresistentes. Se encontró que las casas construidas en adobe tienen una respuesta adecuada ante los sismos, debido al uso de buenas técnicas de elaboración. En Colombia, el hombre de la zona cafetera, cundiboyacense y el Cauca, tras el terremoto de Popayán en 1984, utilizó elementos que le permitieron estabilizar sus construcciones con el aprovechamiento de las fibras y la tierra. Ventajas de las construcciones de adobe - Son edificaciones pequeñas y mantienen formas muy simétricas. - Tienen su sistema estructural en el sentido longitudinal y en el transversal, lo que les permite tener buenos amarres y eso hace que funcionen como un conjunto. - Sus cubiertas tienen un elemento de remate, que hace que todas las cargas sean repartidas uniformemente en los muros. - El adobe generalmente se elabora por solicitud, no hay un sitio específico donde lo vendan al por mayor.


Crónica

Durante el primer trimestre de 2007, según las estadísticas más recientes del Departamento Administrativo Nacional de Estadística, Dane (junio de 2007), se desembolsaron créditos por valor de $915.389 millones para compra de vivienda, de los cuales $478.833 millones fueron desembolsados para vivienda usada y $436.556 millones fueron otorgados para compra de vivienda nueva y lotes. Estas estadísticas representan el afán de satisfacer una de las necesidades más importantes para el ser humano. Muestra de ello es todo el esfuerzo y sacrificio que han realizado por más de nueve años los miembros de la Asociación de Vivienda sin Ánimo de Lucro los Nogales, de Chinchiná, Caldas. “Don Alfonso, imagínese que el lote nos lo van a rematar”. Estas fueron las palabras que reactivaron en Alfonso Gallego, Presidente de la Asociación en Chinchiná, el ánimo por continuar con el proyecto de vida de más de 150 personas, que por un lapso de seis años abandonaron esta iniciativa. De inmediato, Gallego recordó la odisea de un grupo de familias de escasos recursos que por su cuenta decidieron construir su propio barrio que se llamaría Juan Pablo II, comprando un lote de $125 millones para construir 146 casas. Los obstáculos los tuvieron que ir sorteando desde el principio. “El lote costaba $125 millones de pesos y nosotros habíamos recogido sólo $18, pero con eso pudimos negociar el terreno, llegamos a un acuerdo con el dueño y decidimos asumir unas deudas que tenía el señor en la Caja Agraria y el Banco Cafetero, para que nuestra Asociación siguiera pagando esa deuda en cuotas mensuales”, relató Gallego. Ya con el lote listo y con las ganas de trabajar comenzaron a tramitar la licencia de construcción ante la Oficina de Planeación Municipal. Sin embargo, la motivación se quedó sólo en eso, en una iniciativa. La Oficina de Planeación les negó el permiso, basándose en unos parámetros del Plan de Ordenamiento Territorial que estipulan que en una pendiente con inclinación superior a un 25%, no se puede construir, y el lote de la Asociación superaba este porcentaje: 27% en la parte baja y 35% en la cima. Es una montaña empinada ubicada en la parte baja de la loma los Chuscales, su parte inferior está rodeada por diferentes urbanizaciones y sus condiciones topográficas son muy complejas, por la condición de ladera, la problemática de la entrega al medio de las aguas residuales y la inestabilidad de sus tierras. Además, después del terremoto de 1999, se determinó que para construir en la zona donde se encuentra el lote, era necesario realizar una serie de estudios complejos que determinaran la seguridad de la construcción.

A la espera

de un milagro

Esta es parte del barrio que

lleva el nombre del papa Juan Pablo II, en Chinchiná. El proyecto tuvo la asesoría técnica de la Universidad Nacional. Pero falta la financiación para construir viviendas.

Hace nueve años, 150 personas de escasos recursos de Chinchiná, Caldas, decidieron realizar el sueño de tener casa propia. Desde el primer día han tenido que enfrentar numerosos obstáculos. Sin embargo, un grupo interdisciplinario de la UN de Manizales les dio una mano. Ahora esperan la ayuda de una ONG que lleva el nombre del fallecido Papa Juan Pablo II para financiar la construcción de las viviendas. “Nosotros no le podíamos otorgar la licencia. No teníamos las garantías de estudios que nos aseguraran que allí se podía construir. Además, ellos pretendían edificar inicialmente 265 viviendas y para nosotros era un poco exagerado, por la inseguridad que representaría en el tema ambiental y la estabilidad del terreno de los barrios que se encuentran en la parte inferior”, aseguró Germán Bernal Moreno, ingeniero civil y coordinador del Área Técnica de la Oficina de Planeación del Municipio de Chinchiná. Así fue como la Asociación se desintegró y el proyecto fue abandonado hasta que, hace un año, Gallego recibió de la Tesorera de la Asociación la noticia del inminente remate de las tierras.

Llega ayuda Hace dos años, antes de la notificación del remate, y por sugerencia de la Oficina de Planeación de Chinchiná, el alcalde y representantes de la Asociación acudieron a la Facultad de Ingeniería y Arquitectura de la Universidad Nacional de Colombia en Manizales, donde se realizó un convenio en el cual la Universidad se comprometía a realizar los estudios solicitados y el municipio los financiaría. Sin embargo, otro obstáculo se presentó: el municipio se retiró de este con-

venio, argumentando falta de presupuesto. Una vez más, Gallego volvió a la Universidad y encontró las puertas abiertas para reactivar el convenio. Ahora la Asociación, reducida a 67 miembros activos, financiaría los estudios, aunque en ese momento sólo contaran con $400.000. La Facultad decidió acompañar este propósito bajo el modelo de extensión semisolidaria. Fue así como se conformó un grupo interdisciplinario en cabeza del arquitecto Jorge Humberto Arcila Losada, quien acompañado de los profesores Andrés Eduardo Satizábal Villegas, Carlos Enrique Escobar Potes, Luis Eduardo Londoño Pulgarín, Ernesto Echeverri Calle (en ese entonces Director de la Oficina de Proyectos Especiales), y un grupo de ingenieros y estudiantes de la Universidad, comenzaron a adelantar los estudios de suelos, el proyecto urbanístico, geotécnico, de acueducto y alcantarillado, y la propuesta arquitectónica de las viviendas. “También se realizó -aseguró Arcila Losada- un estudio social para determinar cuál sería el número de habitantes del barrio, las consideraciones de densidad y su composición familiar, integrada en promedio por cuatro y cinco personas, que residen en Chinchiná y áreas aledañas del entorno cafetero”.

La Asociación esperaba que el proyecto cobijara 146 casas, pero tan solo 70 fueron las avaladas por el estudio de suelos, el cual dio un resultado más alto que el previsto inicialmente por el grupo interdisciplinario. “Cuando entramos a hacer el análisis del predial encontramos varias inconsistencias en términos de la propiedad. El terreno estaba constituido por varios lotes y entonces hubo que desarrollar otras actividades no contempladas inicialmente. Tuvimos que revisar las fichas catastrales, actualizar los títulos de propiedad y examinar la situación de una fracción de un pequeño lote que no afectaba el proyecto, pero estaba en litigio”, dijo el profesor Arcila. Los estudios duraron más de lo previsto y la entrega total se realizó después de un año. “Lo más importante fue que entregamos el proyecto con la licencia y el beneplácito de la Oficina de Planeación del Municipio de Chinchiná, que finalmente otorgó el permiso”, comentó Ernesto Echeverri Calle, Director en ese entonces de la Oficina de Proyectos Especiales de la UN en Manizales.

El modelo Una casa de dos pisos, de mampostería estructural que permitiera un desarrollo

progresivo al interior de un contenedor y en donde la ampliación no se realizara hacia arriba, sino que los habitantes tendrían la oportunidad de avanzar internamente en la ampliación de su casa, fue el modelo de vivienda concertado entre la comunidad y la Universidad. “El concepto del barrio es como de agrovilla comunitaria. El proyecto contempla la realización de un parque con una caseta comunal construida en guadua, áreas de recreación y amplias zonas verdes que envuelvan todo el conjunto para reforestación y para que sea cultivado con plantas y frutales muy ligados a la zona, y de esta manera los habitantes puedan manejar una microeconomía interna”, señaló el Director del proyecto. La selección para definir quién iba a vivir en cada casa fue de la comunidad. Cada domingo, 34 personas de la Asociación, con palas y picas, se dirigen hacia la montaña, con sus propias manos desyerban, sacan tierra y realizan las excavaciones para las terrazas, ya que por lo empinado del terreno no se puede ingresar maquinaria para realizar estas actividades. “Lo que va sobrando lo vamos sacando con volquetas, mantenemos el lote limpio y la meta próxima es construir la casa modelo”, dijo Gallego. El grupo interdisciplinario de la UN en Manizales entregó a la Asociación y al municipio una carta de navegación, indicándoles cómo se deben tratar los aspectos medioambientales y estructurales en el momento de la construcción, buscando prevenir la generación de problemas en los suelos que pudiesen llegar a convertirse en tragedia.

17

En busca de recursos La búsqueda de recursos ha sido uno de los factores más complicados en este proyecto. La Asociación ha acudido a la Gobernación de Caldas, a la Secretaría de Vivienda Departamental y al mismo Municipio de Chinchiná, sin encontrar respuesta alguna. “Se han adelantado conversaciones con la Empresa de Obras Sanitarias de Caldas –Empocaldas-, dijo Gallego, para que ellos nos donen la tubería del acueducto y el alcantarillado. Nosotros pondríamos la mano de obra con la ventaja de que en la Asociación hay conmigo maestros de obra y constructores, y nos gustaría comenzar los trabajos cuando tengamos lista la primera manzana del barrio”. Gallego, vía Internet, hizo contacto con una Ong del fallecido Papá Juan Pablo II, que ayuda a los más necesitados de Polonia. Ahora, la Asociación está pendiente de una respuesta positiva que le permita financiar la construcción de las viviendas. “Estamos esperando que nos digan si van a venir o tenemos que exponerles el proyecto por Internet o si tenemos que ir”, dijo Gallego. Hoy, el barrio, que se llamará Juan Pablo II, está a la espera de un milagro.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Unimedios

Unimedios

Equipo Periodístico,


Nelly Mendivelso,

Unimedios

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Una alimentación basada en “comida chatarra”, exceso de pan, papa, arroz, pocas verduras y frutas, y un estilo de vida con escasa actividad física, siguen siendo la principal causa de los altos índices de gordura en los bogotanos. Lo que poco advierten aquellos que tienen unos kilos demás es que su condición física los expone a desarrollar enfermedades relacionadas con el corazón y los vasos sanguíneos, primera causa de muerte entre los colombianos. Según un perfil epidemiológico realizado por el Ministerio de Protección Social, por enfermedades cardiovasculares mueren anualmente en Colombia 383,2 personas por cada 100.000 habitantes. Esta problemática la corroboran estudios científicos de la División de Lípidos y Diabetes de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Colombia. Al evaluar los factores de riesgo cardiovascular y prevalencia de dislipemias (alteración en los niveles del colesterol y triglicéridos) en una población de 364 personas entre 18 y 69 años de edad, se halló que uno de cada diez individuos padecía de obesidad y cuatro de sobrepeso. La muestra estuvo integrada por personas adultas residentes en Bogotá, el 36.2% hombres y el 62.8% mujeres. Uno de los resultados que más sorprendió al médico Carlos Olimpo Mendivil, coordinador del estudio, fue que los niveles de HDL “colesterol bueno” en promedio fueron bajos en la mayoría, entretanto los niveles de LDL “colesterol malo”, “aunque no eran muy altos, podrían haber estado mejor”, afirma el profesor Mendivil. La evaluación de factores de riesgo lipídicos (colesterol) son importantes, puesto que el llamado “colesterol malo” que se deriva del consumo de grasas, sobretodo de origen animal, y consumo de frituras, acompañados de la adicción al cigarrillo, viaja del hígado a las arterias y las obstruye conllevando a infartos y trombosis, entre otras patologías. Por el contrario, el “colesterol bueno” o HDL, aumenta cuando se consumen grasas como las del aceite de oliva y canola o se practica por lo menos media hora diaria de ejercicio físico, y se deja de fumar. Una vez más, la dieta y el ejercicio determinan en alto porcentaje la obesidad.

Más obesidad abdominal Para valorar el riesgo cardiovascular de la población bogotana, los doctores Clara Eugenia Pérez, Iván Sierra y Carlos Mendivil indagaron mediante una encuesta los antecedentes familiares de enfermedad cardiovascular y el hábito de fumar de los individuos. “El resultado fue notoriamente alto. El 21% tuvo un familiar que murió por

Un estudio realizado por investigadores de la División de Lípidos y Diabetes de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Colombia halló que cerca del 40 por ciento

de los bogotanos están en riesgo intermedio o alto de infarto y que las mujeres tienen mayor obesidad abdominal que los hombres.

La obesidad es

uno de los problemas de salud que se ha vuelto más común en Bogotá. El sedentarismo y el descuido en la alimentación han contribuido a elevar los índices de gordura de muchos habitantes.

En Bogotá

uno de cada diez

es obeso

enfermedad cardiovascular. Contrario a lo que podría pensarse, la prevalencia de tabaquismo fue relativamente baja, con el 11.8%”, señala el estudio. ¿Cuánto come usted diariamente? ¿Cuánto camina?, ¿Sabe a dónde va a parar y acumularse la comida si no hace ejercicio? Respuesta: pues a la barriga. Al determinar la talla, el peso, el perímetro de la cintura, el perímetro de la cadera y medir uno que otro “gordito” en diferentes partes del cuerpo, el grupo de médicos confirmó resultados abrumadores: la obesidad abdominal es dos veces y media más abundante en mujeres que en hombres. Así, el porcentaje fue de 18.1% en hombres frente a 51.2% en mujeres. Algunas circunferencias de la cintura superaron los cien centímetros, medidas peligrosas que incrementan el riesgo cardiovascular, máxime si se tiene en cuenta que “para mujeres de nuestra raza el perímetro de la cintura no debe ser mayor de 80 centímetros, y para hom-

bres, de 90 centímetros”, dice el médico John Feliciano Alfonso, también integrante del grupo de investigación de la División de Lípidos y Diabetes. Estas cifras concuerdan con las de la Encuesta Nacional de la Situación Nutricional en Colombia, realizada por el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar y el Instituto Nacional de Salud, según las cuales el 16,6 % de las mujeres son obesas, mientras que lo son la mitad (8,8%) de los hombres. En sobrepeso están casi igual: ellas, 33% y ellos, 31,1%. La obesidad está presente en todos los estratos socioeconómicos y se incrementa con la edad, comprobó el estudio de la UN. De tal manera, las personas de 50 a 59 años presentaron un significativo aumento de problemas de obesidad, esto quizá como preámbulo a los de 60 a 69 años, cuyo índice de gordura fue del 80%. Según Mendivil, “este último grupo es el que hace los infartos, de ahí que difícilmente sobrepasan los 70 años”. Las muestras de sangre, permitieron también calcu-

lar el riesgo de preinfarto de acuerdo con los criterios del Programa Nacional de Educación en Colesterol Estadounidense (riesgo latente, intermedio o alto). Se halló que el 61,2% son de riesgo latente, el 32,1% de riesgo intermedio, y el 6,1% de alto riesgo. Entre las personas de riesgo latente, la mitad eran dislipémicas, entre las de riesgo intermedio, 88% eran dislipémicas, y lo más alarmante: entre las de riesgo alto, todas eran dislipémicas. Para Mendivil, “eso está mal, pues la idea es que todos fueran no dislipémicos, es decir, que tuvieran valores de colesterol y triglicéridos normales, de acuerdo con metas personalizadas”. Para los profesionales de la UN, esta es una de las razones por las cuales en Colombia la gente se infarta: “La mayoría de veces las personas consultan al médico por otras razones como osteoartritis, reflujo gastroesofágico, o una mamografía, y no se le presta atención a los factores de riesgo cardiovascular. Esto está pasando con frecuencia”.

El Tiempo

18

Salud

El riesgo cardiovascular global fue 3,6 veces mayor en varones que en mujeres, lo que señala la importancia de intervenir más rápida y agresivamente en este sexo. El estudio concluye que la prevalencia de dislipemias superior al 50% en todos los grupos de riesgo enfatiza la urgencia y la pertinencia de implementar planes de intervención sobre la población, orientados a masificar el uso de los nuevos criterios para el diagnóstico de dislipemias entre los profesionales de la salud y a incorporar hábitos de vida saludable en la población colombiana. Para la profesora del Departamento de Nutrición de la Universidad Nacional Doris Peña, es fundamental el ejercicio físico diario, como por ejemplo caminar, para gastar algunas de las calorías que se consumen. Los médicos insisten en una alimentación variada, cuyas porciones sean adecuadas a la edad y estatura de cada persona. Doris Peña recomienda consumir poca grasa saturada presente en margarinas pero también en el cuero del pollo y en las hoy populares preparaciones “broaster”. Para la nutricionista, la llamada comida mediterránea que se basa en lo orgánico, poco frito, más pescado, carne asada, frutas y verduras, es lo ideal. Por su valor proteico y bajo precio, el doctor Mendivil recomienda el huevo (consumido con moderación, pues la yema contiene una cantidad considerable de colesterol) y leguminosas como lentejas, frijoles, garbanzos, entre otras, asequibles para cualquier sector de la población.


Salud

Cultura Unimedios

La medicina en Colombia dio un paso significativo en el diagnóstico y en el tratamiento de la parálisis cerebral en niños, gracias a la traducción y la validación al español del Sistema de Clasificación Motora Gruesa para la evaluación de niños con parálisis cerebral. Este avance es producto de un estudio realizado por el médico fisiatra Fernando Ortiz, profesor de la Universidad Nacional de Colombia, y la fisioterapeuta Magda Baquero, del Instituto Roosevelt. La parálisis cerebral es una alteración del movimiento y de la postura. Los niños que padecen esta enfermedad tienen inconvenientes para controlar algunos de sus músculos, debido a un daño permanente en el cerebro. De acuerdo con la parte del cerebro afectada, se presenta imposibilidad para caminar, comer, hablar o jugar. El logro de la validación de este sistema es contar con una escala que clasifica en cinco niveles a los niños con esta enfermedad. A través de ello, se puede llevar a cabo un diagnóstico más preciso y, por ende, emprender un tratamiento más eficaz.

Avance en diagnóstico de niños

19

con parálisis cerebral Lesión quística

Cerebro de un lactante normal “El sistema permitió saber las áreas específicas en que debíamos centrar el tratamiento de mi hijo. En este caso, medicina ocupacional, fonoaudiología y medicina física. El niño ya ha tenido algunos avances significativos como movimiento en los

Lesión quística

Lesiones quísticas en un lactante con parálisis cerebral, como producto de una lesión durante el desarrollo. foquen en las áreas de mayor necesidad. “Ello permite exigirles a las terapeutas resultados concretos”, dijo Ramírez. Aunque este sistema fue implementado inicialmente en Canadá y se utiliza en Europa, Asia y Estados Unidos,

La parálisis cerebral es una alteración del movimiento y de la postura. Los niños que padecen esta enfermedad tienen inconvenientes para controlar algunos de sus músculos, debido a un daño permanente en el cerebro.

Ortiz, probablemente dos de cada mil niños en Colombia, sufren de esta enfermedad. El proyecto se inició hace dos años con una muestra de cien niños, que fueron tenidos en cuenta para la prueba de confiabilidad. Para la validación de criterio y de constructo se trabajó con 168 menores con parálisis cerebral. El primer paso de la investigación fue traducir el documento, que es una especie de cuestionario que contiene los niveles de clasificación en los niños con parálisis cerebral. Ésta fue llevada a cabo por dos evaluadores independientes. Posteriormente, se emprendió la prueba de validez del instrumento, a través de diferentes análisis y diagnósticos, mediante los cuales se estudió la coincidencia médica, en cada caso

En julio, realizada la validación, terminó el estudio, el cual ya se comenzó a aplicar en varios pacientes, como en el caso de Nicolás Álvarez. Hasta el momento, se han llevado a cabo 258 valoraciones. “A través de este sistema podemos saber cada seis meses si el niño está mejorando, independientemente del tratamiento que se adelante”, señaló Ortiz. Gracias a esta validación se pueden definir mejor las metas de tratamiento y ejercer un mayor control en la evolución de cada uno de los pacientes, así como facilitar la comunicación entre médicos y EPS, explicó Ortiz. Anteriormente, de acuerdo con lo expresado por el fisiatra investigador, se hacían diagnósticos muy ambiguos, con una clasificación poco precisa, que no mostraba de manera concreta el estado del paciente y los avances en el tratamiento. Por el momento, el Instituto Roosevelt busca extender el uso del Sistema de Clasificación Motora Gruesa para la evaluación de niños con parálisis cerebral, a las diferentes instituciones de salud del país, que atienden a menores con esta enfermedad. “Este sistema constituye una gran ayuda, porque si mejora el tratamiento, mejora la calidad de vida de los niños y de sus familias”, expresó Ramirez, quien insiste en que si la atención en salud mejora, la discapacidad no se convierte en un impedimento para “vivir bien”.

Yaneth Ramírez es madre de un niño de 11 años con parálisis cerebral, Nicolás Álvarez, a quien desde los 5 meses le diagnosticaron la enfermedad. Desde entonces, Ramírez emprendió una serie de tratamientos que hoy, gracias a la validación del sistema de clasificación, a través del cual ha sido evaluado su hijo, arrojan mayores resultados.

brazos y consumo de algunos alimentos que antes no podía comer. Además, ya casi logra pararse en posición recta”, señaló Ramírez.

El grupo de identificación del Instituto de Genética de la Universidad Nacional de Colombia recibió la acreditación de calidad por parte de la Superintendencia de Comercio, Industria y Turismo. Luego de un proceso que incluyó la revisión de la documentación exigida por el organismo y la visita del comité evaluador al laboratorio, la Superintendencia expidió al grupo de identificación la acreditación, que tiene un alcance en los estudios de muestras biológicas de origen humano, tanto de sangre como de huesos. Este reconocimiento al laboratorio se suma al respaldo internacional que recibe anualmente de parte del Grupo GP de la Comunidad Económica Europea. Cada año, este reconocido organismo hace la validación del trabajo técnico del grupo investigativo de la Universidad, por medio de una calificación de tipo mundial. El Director del Instituto de Genética, Víctor Vera, explicó que la acreditación confirma el alto nivel de calidad en la actividad investigativa que desarrolla el laboratorio en asuntos que cobijan a

Instituto de Genética de la UN

Aunque directamente, el avance no depende del sistema de clasificación de los niños con parálisis, sí facilita que las personas encargadas de realizar las terapias se en-

en Colombia aún no se había llevado a cabo su validación, ni se habían demostrado sus propiedades.

Enfermedad común La importancia de esta investigación radica en que la parálisis cerebral es una de las discapacidades más comunes en la infancia. Según el médico

Unimedios

recibe acreditación de calidad

muchos colombianos, como la identificación de la paternidad o maternidad y en los métodos de extracción del ADN humano. “Con este aval, nosotros tenemos la representatividad

a nivel de la eficiencia de las pruebas que hacemos en el diagnóstico de filiación humana, tanto para la identificación de restos óseos como pruebas de parentesco. Somos reconocidos a nivel na-

cional y, por ende, podemos hacer lo mismo si se necesita prestar un servicio internacional”, dijo. El profesor Vera comentó que el año pasado, la Comisión Nacional de Reparación y Reconciliación invitó al laboratorio a un grupo de expertos de América Latina y Europa para que observaran los desarrollos en el campo del reconocimiento de víctimas del conflicto armado, a partir de restos óseos. El profesor William Usaquén, coordinador del grupo de identificación, sintetizó los beneficios de la acreditación: “Es el reconocimiento a la competencia técnica y científica que tiene el laboratorio para efectuar análisis de filiación e identificación humana, básicamente a partir de muestras de sangre”.

Usaquén señaló que la extensión, la docencia y la investigación son las tres áreas básicas del trabajo del laboratorio. Agregó que, adicionalmente a los estudios ya mencionados, el grupo de identificación está en capacidad de realizar perfiles genéticos individuales siguiendo las recomendaciones internacionales. Comentó que en los últimos dos años el crecimiento del campo de investigación les ha permitido abrir nuevas unidades, una dedicada al estudio de la vida silvestre y otra, a las especies domésticas. Para la Universidad Nacional es la tercera acreditación. Antes la habían recibido los laboratorios del Instituto de Ciencia y Tecnologías de Alimentos, Icta, y el de plaguicidas del Departamento de Química.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Equipo periodístico,


20

Salud

Asperger, el síndrome invisible Magda Gisela Páez,

n Domingo 9 de septiembre de 2007

El Asperger, pese a ser conocido como el síndrome invisible, tiene muchos rostros. Uno de ellos es Julio Manuel Benavides, un joven de 23 años, que superó las dificultades de aislamiento y rechazo de algunos de sus compañeros del colegio y otros círculos sociales, y hoy se encuentra en quinto semestre de ingeniería de sistemas. El síndrome de Asperger es un subtipo de autismo, que se ubica dentro de los trastornos generalizados del desarrollo y que cumple ciertas características, especialmente la necesidad de aislamiento social e i e interés temporal por un tema específico, entre otras condiciones que pueden variar de acuerdo con el paciente. En el caso de Benavides su meta, pese al síndrome, es clara: terminar su carrera y viajar a Alemania para seguir estudiando. Además, está convencido de que “todo hay que hacerlo con amor y al servicio de los demás, o si no, se corre el riesgo de fracasar en la vida”. Este joven tuvo un diagnóstico tardío del Asperger, como ha sucedido en muchos casos, pues en Colombia aún no se tienen claras las características de esta afección. Por tal razón, el médico Andrés Naranjo, próximo a graduarse como especialista en neuropediatría de la Universidad Nacional, realizó su trabajo de grado acerca de este síndrome. Naranjo hizo sus estudios con base en un grupo de 20 niños con Asperger. Su finalidad consistía en identificar nuevas características que permitieran detectar el síndrome a tiempo para iniciar un tratamiento con las familias de los menores. A raíz de este estudio y de la cercanía con los padres de los niños que tuvo Naranjo, nació la Asociación Asperger Colombia (a la que pertenece el joven Julio Benavides), liderada por Nancy Virgües, madre de un niño de 10 años que padece el síndrome. Con el impulso del médico Naranjo, de los neuropediatras Adolfo Álvarez y Álvaro Izquierdo, y del especialista en psiquiatría infantil, Rafael Vásquez (profesor de la Universidad Nacional), quienes acompañaron a Naranjo en la investigación, hoy Virgües tiene consolidada una asociación de 90 personas en promedio (niños y adultos con Asperger).

“Carrusel médico” “Me sentía sola en el mundo luchando con el síndrome de mi hijo. La gente se aprovecha de la situación y del dolor y uno inicia una peregrinación médica sin encontrar una persona idónea que le colabore en el tratamiento”, afirmó Virgües, directora de la asociación.

En el parque Guaymaral, en

el norte de Bogotá, se realizó un festival de cometas, organizado por la Asociación Asperger Colombia. Este pequeño se entretuvo con la rueda.

Unimedios

Unimedios

Esta enfermedad es un tipo de autismo que predomina en hombres. Quien la padece es poco

dado al diálogo, tiene problemas de lenguaje, sufre depresiones y llega a tener una inteligencia superior. Einstein y Newton tuvieron este síndrome, que es muy difícil de detectar. En Colombia, una asociación de 90 personas lucha contra este mal. Por tanto, la finalidad de asociarse, consistió en ayudar a las familias para que entiendan qué es el síndrome, crear una conciencia social en el entorno académico y comunitario, e identificar profesionales idóneos en el manejo del síndrome, para evitar “el carrusel médico”, sin obtener soluciones. “Hay muchos niños en Colombia con el síndrome, cuyos padres no saben que lo padecen, en especial en los estratos más bajos. Allí es cuando incurren en el maltrato de los menores, pues piensan que su actitud de aislamiento o llanto repentino es sólo grosería. Nosotros también queremos pedir el apoyo del Gobierno para que puedan ir a una escuela sin sufrir rechazo”, señaló Clara Liliana Barragán, integrante de la asociación. Juan Pablo Martínez, el hijo de Barragán, tiene 16 años y le descubrieron Asperger desde los primeros meses de vida. Él es conciente de que padece el síndrome. Sin embargo, su mamá le ha ayudado a superar muchas de las situaciones difíciles que ha enfrentado. “Hay que tratarlos con delicadeza, pero también corregirlos cuando hacen algo inadecuado. En el primer colegio donde estuvo mi hijo tuve varios problemas, pues los muchachos son muy crueles en estos casos e, incluso, algu-

nos profesores no entienden el síndrome y piensan que es simplemente un problema de socialización del estudiante. Por ende, debí cambiarlo a otra institución educativa donde la situación mejoró completamente”, aseguró Barragán. Martínez es un apasionado por el periodismo y la historia. Es capaz de memorizar en pocos minutos una biografía completa de un personaje histórico, como lo hizo el día de la muerte de Alfonso López Michelsen, y tiene claro que admira a Simón Bolívar por ser el héroe de la Independencia. Los niños con Asperger suelen ser muy sensibles con respecto al tratamiento que les dan los adultos. En algunas etapas lloran constantemente, sin ninguna razón. En otras ocasiones, se aíslan por completo de las personas, tienden a obstinarse en un solo camino para ejecutar acciones y se apasionan por un tema en particular. En la mayoría de los casos, el síndrome se ha detectado porque los papás, en los primeros meses de vida de sus bebés, empiezan a notar conductas anormales: el niño no los mira a los ojos e interactúa poco con ellos. O como afirmó Marta Pulido: “Porque el corazón de uno como mamá le avisa que algo está mal con su hijo”. Sin embargo, en el caso de Pulido tuvieron que pasar

12 años para saber con certeza que Jairo David Soriano, su hijo, tenía Asperger. “El pediatra decía que no veía ningún problema. Que debíamos esperar. Lo llevamos a un fonoaudiólogo y a varios médicos, sin ningún resultado”, comentó Jairo Soriano, padre del niño. Finalmente, un día fue Pulido, quien buscando una información en Internet, se encontró con la descripción del síndrome y vio que su hijo compartía varias de las características allí descritas. Fue así como recurrió al médico y le contó sobre lo que había averiguado, para constatar que el niño sufría este síndrome. “El problema principal que existe es la detección tardía de la enfermedad, pues, por lo general se identifica con otras causas, ya que hay una concepción errada de asociar el Asperger con el retardo mental, el cual no existe en este subtipo de autismo. Si el Asperger se detectara a tiempo se ahorraría mucho camino de sufrimiento a los niños y a los padres”, expresó el médico Naranjo.

No tiene cura Sin embargo, no hay un examen específico para determinar que un paciente tiene Asperger, sino que el diagnóstico se hace mediante un estudio clínico detallado y por médicos expertos.

Por esta razón, los investigadores de la Nacional, en su estudio, determinaron y corroboraron ciertas características del síndrome de Asperger. Entre las principales se encontraron: predominio en el género masculino; poca respuesta emocional al diálogo; problemas de lenguaje, en algunos casos; actitudes rutinarias; tendencia a rituales o a realizar de la misma forma una actividad; depresiones y distanciamiento (transmiten la sensación de que no escuchan); inteligencia normal o superior; interés temporal por un tema en particular; tendencia a entender las frases de manera literal. Entre los factores externos que influyen en los pacientes se encontró un diagnóstico tardío, difícil comprensión social y “carrusel de médicos y colegios”, es decir, rotación por diferentes sitios, debido a la falta de comprensión o al tratamiento inadecuado del síndrome. “Los niños con Asperger son víctima de abusos sociales, por sus dificultades de contacto con las personas. Eso es lo que se quiere superar, externamente, del tratamiento médico”, señaló el doctor Vásquez. El Asperger, por ser un síndrome, no tiene cura. Sin embargo, pueden adelantarse algunas terapias como la enseñanza de normas sociales, la interacción con otros niños, mejoramiento del ambiente en el colegio y ayuda a la familia para que los entienda. En la investigación, también se identificaron algunos factores de riesgo que agravan la enfermedad, y algunas comorbilidades (propensión a ciertas enfermedades, que acompaña el síndrome) psiquiátricas y neurológicas, para las cuales sí existe un tratamiento efectivo, como en el caso de problemas en el lenguaje. Según Naranjo, el Asperger puede ser hereditario en algunas ocasiones, pues es común encontrar que padres que sufren el síndrome empiezan a ver reflejadas estas mismas características en sus hijos. Hoy, jóvenes como Benavides demuestran que el Asperger, pese a ser incurable, es un síndrome con el que se puede vivir si se llevan a cabo las terapias adecuadas, si se cuenta con el acompañamiento médico necesario y, ante todo, si se tiene la convicción de que éste no es un impedimento para superarse, como lo demostraron Albert Einstein, Isaac Newton y otros grandes hombres de la historia que sufrieron el síndrome. Por lo tanto, es cierto: el Asperger puede considerarse como un síndrome invisible, no sólo por su difícil detección, sino porque muchas de las personas afectadas han logrado que su genialidad prevalezca sobre éste.


Cultura Ph.D, Doctor en Filosofía. Miembro del Instituto de Filosofía de la Universidad de Antioquia y Coordinador del Área de Ciencias Políticas de la UPB.

1. El filósofo norteamericano Richard Rorty acaba de morir. Sus ideas y tesis se enmarcan en el denominado neopragmatismo contemporáneo. Tales ideas y tesis se han mostrado como francamente chocantes para la tradición académica de occidente. El profesor Rorty, para el goce de muchos de sus lectores, retomó la vieja forma del tábano socrático: la actitud de crítica no sometida al marco tradicional de la argumentación lógica, sino el ejercicio inteligente de proponer enfoques diferentes sobre conceptos e ideas que ya se habían dado por buenas y evidentes. La filosofía deviene así un ejercicio de interrogación sobre las condiciones de la vida y del ser humano en relación a todo aquello que le da sentido y valor a esas vidas. Esta actitud que se conoce como ironismo se despliega con toda su fuerza en la trama particular de la teoría política: el sentido y la fuerza de la democracia política. 2. El profesor Rorty desea separar la democracia de sus fundamentos metafísicos tradicionales, anclados, como se sabe, en los terrenos de la Ilustración europea. Para los filósofos liberales defensores de la democracia, Locke y Kant en particular, las relaciones políticas se fundaban ontológicamente en el postulado de la libertad y los derechos humanos individuales, derivado todo ello en último análisis de la facultad incontrovertible de la razón. La razón se convirtió así en el criterio legitimador del poder político que veía en la naturaleza humana, el fundamento último de la política. 3. Pues bien, la tesis neopragmatista, defendida particularmente por el profesor Rorty, consiste justamente en abandonar la perspectiva iluminista de fundar la política en un argumento trascendental y aceptarla como un ejercicio que a partir del diálogo intercultural permite aceptar instituciones y formas de relación social que sean buenas para todos, en particular para la creación de individuos libres y responsa-

Uno de los legados que dejó el filósofo Richard Rorty fue la tesis neopragmatista, que consiste en abandonar la perspectiva iluminista de fundar la política en un argumento trascendental

21

y aceptarla como un ejercicio que, a partir del diálogo intercultural, permita aceptar instituciones y formas de relación social que sean buenas para todos.

Richard Rorty:

repensar la democracia

Portada de uno de los libros del

Rorty, que falleció recientemente. bles. Aquí se ponen en evidencia dos formas de argumentación legitimadoras: de un lado, aquellos discursos que creen haber alcanzado la verdad de lo político en términos de la esencia única del poder y las relaciones humanas. De otra parte, el discurso legitimador esteticista propuesto por los neopragmatistas con fuertes raíces nietzschanas, que aceptan la justificación a partir de la exhortación puramente retórica encarnada en la polémica y la narración. La primera forma de argumentación se convalida a partir de su va-

filósofo norteamericano Richard lidez formal, en tanto que la segunda busca su aceptación por medio de atracción estética. 4. Por este camino, el profesor Rorty nos invita, entonces, a abandonar todo intento por proveer apoyo metafísico para soportar todos nuestro valores humanitarios y democráticos y, a cambio de ello, a adoptar la contingencia de nuestras sociedades sin ningún temor, y asumir lo que él denomina ironismo liberal: toma de distancia frente a los léxicos últimos de la política en términos de

verdades trascendentales. El héroe de la teoría rortiana es entonces el ironista liberal, que debe reemplazar al héroe de la modernidad encarnado en el científico positivista. La democracia en términos del neopragmatista debe conducir hacia la solidaridad antes que hacia la objetividad. Por ello, la propuesta rortiana consiste en abandonar la fe en un destino único de la especie humana y postular, por el contrario, una vida que sea mezcla de narcisismo privado y pragmatismo público. Desde esta perspectiva, el neopragmatismo toma la forma de una variante de la posmodernidad por cuanto la crítica a la razón y a un método único de conocimiento son puestos en cuestión. Naturalmente, el enfoque rortiano es mucho más fuerte que las variantes francesas o alemanas de evaluación filosófica sobre la modernidad. Los neopragmatistas invitan a tomar en serio las consecuencias tanto del giro lingüístico como del giro pragmático. 5. El profesor Rorty intenta convencernos de que no es necesario fundamentar racionalmente la democracia. Aquí comienza el debate con el profesor Jürgen Habermas, para quien existe un vínculo necesario entre democracia, racionalismo y universalidad. Para los neopragmatistas no se requiere de una teoría de la verdad para comprender y defender la democracia. Lo que se impone es más bien el reconocimiento de la finitud de las sociedades, de la finitud del lenguaje y por ello se impone la tarea de construcción de instituciones cada vez más amplias e inclusivas. En otras palabras, el profesor Rorty hace suya la idea de su maestro intelectual John

Dewey, para quien la democracia debía ser una forma de vida realizada a través de la educación y la deliberación. Si las formas de la democracia tanto representativas como participativas han mostrado sus limitaciones en términos políticos, solo resta por el momento apoyar la propuesta de la democracia deliberativa. 6. Cultivar la vida, el yo, deviene así el más alto valor que la democracia puede tutelar. Aquí estamos ahora en el ojo del huracán, pues tanto la academia como los políticos tradicionales no pueden aceptar este enunciado que les dejaría sin retribución a sus buenas conciencias y sin argumentos para la tarea redentora propia de los intelectuales ilustrados. Realizarse a sí mismo no es asunto de poner en acto, señala el profesor Rorty, una esencia fija y ahistórica del ser humano conforme a una moral predeterminada o de una supuesta dignidad del ser humano. El debate sobre los derechos humanos a partir de un principio metafísico, la dignidad, no es más que la hipócrita aceptación de un etnocentrismo enmascarado; de lo que se trata más bien es de convencer a las otras culturas de las bondades de una tal concepción política. 7. El reclamo esteticista de Nietzsche reaparece en boca del neopragmatista que busca defender la vida humana en términos de la valoración absoluta de los proyectos de vida: “… toda vida humana es la elaboración de una complicada fantasía personal y, a la vez, el recuerdo de que ninguna elaboración así concluye antes de que la muerte la interrumpa. No puede completarse porque no hay nada que completar, solo hay una trama de relaciones por volver a urdir, una trama que el tiempo prolonga cada día” . Esta es la tarea propia de la democracia en términos pragmatistas, un proyecto que se separa del discurso tradicional ilustrado y que da en qué pensar.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

José Olimpo Suárez Molano,


Susana Friedmann,

Instituto de Investigaciones Estéticas

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Complace enormemente la noticia de que la Orquesta Filarmónica cumple cuarenta años. Cuatro décadas de una labor incansable y de una lucha sin tregua para llegar a un público cada vez más amplio, que cada vez se muestra más ávido de acceder a un repertorio universal que incluye los clásicos de la música sinfónica. Lejos de quedarse en lo convencional, la Orquesta también ha cumplido una función trascendental al hacerse cargo de una gestión cultural que no escatima esfuerzo para acercarse a obras menos reconocidas tanto a nivel internacional como a nivel nacional. Desde su comienzo, ha sido una orquesta ejemplar al arriesgarse en forma continua con la difusión del repertorio de música contemporánea y del ámbito de la música latinoamericana, incluyendo la música de talentos colombianos del pasado y del presente. Compositores, intérpretes y directores de orquesta de renombre internacional han desfilado por la Orquesta Filarmónica desde su creación en 1967, dejando un admirable testimonio de la actividad musical más insigne del país. Por nombrar algunos de sus más destacados directores, hay que recordar a los compositores colombianos Jesús Pinzón Urrea y Jaime León, a los violinistas Jaime Guillén y Carlos Villa, a la peruana Carmen Moral, al chileno Francisco Rettig y a Eduardo Carrizosa. Para muchos adeptos, los mejores años de la Filarmónica fueron durante la época en que dirigió la orquesta el maestro búlgaro Dmitri Manolov, de 1981 a 1983. A la Orquesta Filarmónica le debemos innovadoras estrategias educativas como el célebre programa televisivo Escuchemos nuestra música, que transmitió durante dieciséis años todos los conciertos que realizaba la Orquesta los domingos por la noche. Los conciertos eran precedidos de una magnífica presentación didáctica para guiar la audición de las obras y para contextualizarlas históricamente, además de proporcionar una breve orientación estilística y formal, proyecto que inició la pianista y pedagoga Hilda Pace de Restrepo y posteriormente fue asumido por la musicóloga Ellie Anne Duque, de la Universidad Nacional. Por otra parte, hay que señalar que a la Orquesta Filarmónica le debemos la tradición de comisionar a los jó-

“La casa en el aire”

y los 40 años de la Filarmónica

Una de las presentaciones de

la Orquesta Filarmónica de Bogotá, que celebró sus 40 años. La Filarmónica ha estado muy cerca de la universidad pública y de la comunidad en general.

Fotos Unimedios

22

Cultura

Compositores, intérpretes y directores de orquesta de renombre internacional han desfilado por la Orquesta Filarmónica desde su creación en 1967, dejando un admirable testimonio de la actividad musical más insigne del país. Ha sido costumbre de la Filarmónica realizar conciertos didácticos en los barrios, llevando su repertorio a lugares recónditos. venes compositores del país arreglos de música tradicional y popular para orquesta, lo que en su momento significó la dignificación de un repertorio que circulaba en medios populares, pero que la Orquesta optó por llevar a las salas de concierto y a los grandes auditorios y que ha dado fruto con una reconocida serie de discos compactos. Hoy día esta es una práctica generalizada, pero que en su momento generó reacciones contrarias. A la Filarmónica le debemos también la costumbre de realizar conciertos didácticos en los barrios y en otras ciudades, llevando el repertorio sinfónico a los lugares más recónditos y a los públicos más heterogéneos. La visión de directores administrativos como Raúl García (quien se desempeñó desde 1967 hasta 1988) y luego María Cristina Sánchez fue garantía de una labor no solo competente, sino también dinámica y au-

daz. Otro factor significativo en la gestión de estos y otros proyectos importantes es el vínculo de la Orquesta desde su fundación con la Alcaldía de Bogotá. Hitos importantes en este recorrido de atrevidas exploraciones que jugaron con la combinación de esfuerzos escénicos y musicales son el montaje de la Historia del soldado, de Igor Stravinsky, en conjunción con el grupo de teatro del Teatro de la Candelaria, dirigido por Santiago García, y el montaje de Pedro y el lobo, de Sergei Prokofiev, con Jaime Garzón como narrador de la Orquesta Filarmónica.

Ni una palabra Sin embargo, a pesar de exaltar la labor de la Filarmónica, no complace tanto que, en medio de los festejos del aniversario, no se haya hecho mención pública sobre el hecho que durante treinta

y cuatro años la Orquesta Filarmónica ha contado con un socio estratégico formidable, es más, con un hogar incondicional: el Auditorio León de Greiff, de la Universidad Nacional. De ahí, el aparentemente enigmático título de esta breve nota. Comenzando por la alusión que ya hicimos a la participación en el proyecto de la Orquesta Filarmónica por parte de la musicóloga Ellie Anne Duque, la Universidad Nacional aportó su presencia física continua en la evolución, por no decir en la proyección de la Orquesta Filarmónica. Desde 1973, la Orquesta Filarmónica realiza sus ensayos en este recinto, aspecto que no es aleatorio, sino que va de mano con una realidad contundente: gran parte de sus integrantes son profesores y egresados del Conservatorio de Música de la Universidad Nacional. La proximidad al Conservatorio no solo ha sido un asunto de

conveniencia física, sino que, inicialmente, gran parte de los instrumentos que tocaba la Orquesta Filarmónica provenían, no solo de los maestros que dictaban clases de instrumento y de conjuntos diversos en el Conservatorio, sino del inventario del Conservatorio de Música; en otras palabras, éste le proporcionaba a la Orquesta los instrumentos que requería durante el proceso de su consolidación. El vínculo con la Universidad Nacional se extiende aún más, si se tiene en cuenta que, en su mayoría, los primeros atriles de la Filarmónica han sido y aún siguen siendo ocupados por maestros o egresados del Conservatorio de Música de la Universidad Nacional. Ejemplo de ello son figuras como Aníbal Dos Santos (jefe de violas), Héctor Pinzón (jefe de clarinetes), Camilo Benavides (jefe de violoncellos), Isauro Pinzón (jefe de percusión), Zbigniev Zajac (jefe de fagotes) y Alexandr Sanko (jefe de contrabajos). Entre los compositores colombianos que no hemos mencionado y cuyas obras fueron estrenadas y a veces comisionadas por la Orquesta Filarmónica están Blas Emilio Atehortúa, Francisco Zumaqué, Luis Pulido y Guillermo Garbó. Una vez más, la relación entre Universidad Nacional y Orquesta Filarmónica se hace evidente al recordar que tanto Atehortúa como Zumaqué son egresados del Conservatorio Nacional de Música. Finalmente, y a nivel puramente estadístico, además del considerable público tradicional que convoca el repertorio sinfónico, un gran público compuesto por jóvenes universitarios, por familias enteras, por docentes y trabajadores tiende a asociar la Orquesta Filarmónica al campus universitario. Su vínculo al espacio público y al acceso prácticamente gratuito a la cultura está estrechamente unido a la universidad pública. De otra manera, muy probablemente no existirían las extensas filas que pacientemente esperan acceder a los conciertos de la Orquesta Filarmónica cada sábado en el Auditorio León de Greiff. En fin, la persistencia de esos vasos comunicantes y de esas redes que se articulan tan orgánica e integralmente de cierta manera constituyen un modelo de colaboración institucional que influye enormemente en la construcción de un proyecto cultural común. ¡No hay que olvidarlo!


Reseñas

Los tipos nomenclaturales depositados en la colección

23

zoológica del Instituto de Ciencias Naturales Instituto de Ciencias Naturales – Facultad de Ciencias Este libro, el número 16 de la Biblioteca José Jerónimo Triana, “es de gran valor en los estudios taxonómicos como quiera que el Código Internacional de Nomenclatura Zoológica señala que todo taxón de nivel especie debe tener al menos un ejemplar que sirva de referencia para otros zoólogos, que será el tipo de la especie o subespecie que permita referirse a los organismos animales como

expresiones de nuestra Biodiversidad”, señala el doctor Jaime Aguirre Ceballos, Director del Instituto de Ciencias Naturales de la Universidad Nacional de Colombia. Las colecciones de amphibia, annelida, aracnología, crustáceos, entomología, ictiología, mamíferos, ornitología, porifera y reptiles se iniciaron en 1965 y se encuentran en el Instituto de Ciencias Naturales. Los ejemplares zoológicos alcanzan una cifra de 251.771 y son una especial contribución, como verá el lector de este

documento, pues relacionan 467 holotipos y 4.695 paratipos nomenclaturales de la fauna colombiana. El libro, de reciente publicación, desea, según lo señala el doctor Aguirre, evitar la duplicidad de esfuerzos, en la descripción de nuevos taxones. La información que presenta permite ver el avance de los estudios taxonómicos y sistemáticos en esta rama de las Ciencias Naturales y el desarrollo de las investigaciones sobre fauna en Colombia.

El Instituto de Ciencias pretende, con este libro, presentar a la comunidad científica nacional e internacional este legado que fue fruto de numerosas expediciones que se hicieron a lo largo del país. En ellas, los investigadores lograron obtener material suficiente para hacer contribuciones taxonómicas y sistemáticas de gran valor, que son, entre muchas otras, las razones que llevaron al Instituto a publicar esta obra como parte de la Biblioteca José Jerónimo Triana.

Filosofía, darwinismo y evolución

Alejandro Rosas L., Editor

Los ensayos que presenta este libro son una muestra del aporte de investigadores de tres países latinoamericanos a la reflexión teórica y filosófica sobre la naturaleza y los alcances de la selección natural. El editor recogió los textos en tres grupos: El primero, “Selección natural”, recoge los textos de Gustavo Capón (Contra la lectura adaptacionista de La-

marck), Maximiliano Martínez (La selección natural y su papel causal en la generación de la forma), Vladimir Corredor (Neodarwinismo y nueva síntesis) y Eugenio Andrade (Las interrelaciones entre genotipo/fenotipo/medio ambiente. Una aproximación semiótica al debate “evolución y desarrollo”). El segundo, “Cognición y evolución”, presenta los ensayos de Karla Chediak (Función natural e indicación, una actividad de representación en Fred

Dretske) y Paulo Abrantes (El programa de una epistemología evolucionista). Y en la tercera parte se presenta el tema “El origen del hombre”, que incluye a Jorge Martínez-Contreras (Las primeras descripciones de antropoides en el siglo XVII y su importancia para la filosofía de la evolución), Álvaro Corral (Lo que la filosofía de la mente pude aprender de Kanzi y de la primatología), Alba Pérez-Ruiz (El concepto de reconciliación en la obra de Frans de Waal) y Alejandro

Rosas L. (El entorno ancestral de las normas de equidad).

Los ensayos reelaboran ponencias presentadas en el Primer Encuentro Latinoamericano de Filosofía de la Biología, que se realizó en Bogotá en abril del 2006. Se organizó como mesa redonda del Primer Congreso Colombiano de Filosofía, con el apoyo de, entre otras instituciones, la Universidad Nacional de Colombia, Icetex, Colciencias y las universidades de origen de los ponentes.

Claves para el debate público ofrecían un portafolio de 837 programas académicos y solo siete años después, en 1981, ya existían 200 instituciones con 1.593 programas académicos. Un salto cuantitativo que paradójicamente dejó al descubierto una problemática relacionada con el acceso a la educación superior. Más del 75% de los estudiantes estaban concentrados únicamente en cuatro ciudades: Bogotá, Medellín, Cali y Barranquilla. Por ello, señala Claves, el Ministerio de Educación creó, a través de la Ley 30, el Sistema Nacional de Acreditación, que inició un proceso de calificación de los programas académicos en las universidades para determinar los niveles de calidad de

Fin del paramilitarismo. ¿Es

Rafael Pardo Rueda

Dentro del género de crónica actual, el ex precandidato presidencial Rafael Pardo Rueda se atreve en medio del escándalo de la parapolítica y los ires y venires del proceso con las autodefensas, a plantear abiertamente quiénes son realmente los paramilitares, qué buscan, cuáles son sus estrategias y cuál es su compromiso con un proyecto de paz. Desde el inicio de la negociación entre el Gobierno

y las autodefensas, Pardo ha sido un constante contradictor de la forma como se ha manejado el proceso, de los vacíos de la Ley de Justicia y Paz, del manejo de la desmovilización. El libro es un relato agradable y sencillo de la historia de las autodefensas, el interés de los paramilitares en la política, su expansión y la relación de la misma con el narcotráfico, el inicio del proceso. Desde un punto de vista jurídico y un análisis serio, cuenta cómo fue el camino transitado para llegar a la Ley

las carreras y las instituciones de educación superior y para garantizar a la sociedad que cumplan con los más altos estándares curriculares, los propósitos y objetivos que tienen en sus estatutos, el buen desempeño para autorregularse y participar activamente en su proceso de mejoramiento. Presenta también los momentos de la acreditación que desarrolló el Consejo Nacional de Acreditación (la autoevaluación, la evaluación externa, la respuesta de la institución, la recomendación final y el acto de acreditación) y los requisitos y condiciones para acreditarse. Finalmente señala cómo se dio el proceso de acreditación en la Universidad Nacio-

nal y muestra los múltiples beneficios del proceso de acreditación. Según el Director de Planeación de la UN, “las ventajas del proceso de acreditación, además de tener el reconocimiento social a nivel nacional e internacional, en Colombia representa una mayor partida de parte del gobierno a la Universidad. Porque uno de los criterios de la asignación de los recursos en indicadores de gestión y productividad es un monto fijo cuando ya existe la acreditación”. Unimedios, editor de estos documentos, señala que Claves para el debate público está abierto a esta y a otras discusiones, donde la educación sea siempre el eje central.

posible su desmonte?

de Justicia y Paz, los desafueros de los paramilitares y sus incumplimientos. Este es un completo texto de análisis e información de un autor que ha estado comprometido con la búsqueda de la paz, y que desde el inicio del proceso fue un crítico certero sobre sus deficiencias, la poca planeación y la falta de una política de gobierno que verdaderamente desmonte el fenómeno paramilitar en el país. Lo más importante de este texto, que tiene detalles inéditos hasta ahora, es no

sólo el examen hecho a cinco años de proceso, sino las propuestas para enderezarlo, pues a pesar de todas las dificultades, Pardo considera que es posible lograr un resultado mejor en beneficio del país. El autor tiene una credibilidad indiscutible, y una calificada hoja de vida, pues fue Consejero de Paz y de Seguridad, Ministro de Defensa, asesor de la OEA, Senador de la República y precandidato presidencial.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Con el título La acreditación: una mirada desde la Universidad Nacional, la Unidad de Medios de Comunicación de la UN, Unimedios, presentó el número 5 de la serie Claves para el debate público, que se ha ido convirtiendo en una ‘ventana’ para la discusión de los principales temas educativos del país. El documento hace una reseña del proceso de la educación superior en el país durante las últimas tres décadas y señala que el número de instituciones y programas académicos mostró un claro aumento. En 1974, el Icfes reportó 95 instituciones de educación superior en Colombia, 69 universidades y 26 institutos tecnológicos, que


24

Cultura Este mes, el profesor José Luis Brea lanzará en Colombia el libro cultura_ RAM, expresión que quiere decir que la cultura mira menos hacia el pasado, más hacia el presente y, por supuesto, hacia el futuro. Pero es la profesora María Belén Sáez la que explica en este artículo qué secretos se pueden encontrar en este libro.

Mutaciones de la cultura

en la era de su distribución electrónica Cultura_RAM es el título del nuevo libro de José Luis Brea, el controversial investigador cultural, adscrito a los Estudios Visuales, quien a través de este campo transdisciplinar se ha ocupado en desocultar las relaciones profundas entre arte/cultura, saber/poder, transformaciones sociales/transformaciones epistemológicas. Este mes, el profesor Brea estará en Colombia participando con Anna María Guasch en la jornada internacional Prácticas artísticas y crítica cultural: Estudios visuales y el análisis de los imaginarios públicos en los tiempos de la globalización y las tecnologías, organizado por la Dirección de Divulgación Cultural de la Universidad Nacional en asocio con el Programa Miradas España-Colombia de la Embajada de España. Durante la jornada se hará el lanzamiento de este libro a través de un conversatorio. Así también, en su conferencia La era de la imagen electrónica, profundizará alrededor de algunos de los presupuestos teóricos expuestos en este texto.

n Domingo 9 de septiembre de 2007

Menos al pasado El libro es editado por la editorial Gedisa de España, en el año 2007 desde su nueva línea editorial cibercultura. Fue distinguido con el Premio de Ensayo Eusebi Colomer de la Fundación Epson. Cultura_Ram quiere decir que la cultura mira ahora menos hacia el pasado (para asegurar su recuperabilidad, su transmisión) y más en cambio hacia el presente y la producción incondicionada del futuro. Menos hacia la conservación garantizada de los patrimonios y los saberes acumulados a lo largo del tiempo, de la historia, y más por el contrario hacia la gestión investigadora de nuevo conocimiento … El uso en este libro de la metáfora de los modos de la memoria propios del ordenador es algo más que una metáfora: en buena medida, la modificación Histórica de los modos de gestión de lo cultural por parte de las nuevas y eficaces herramientas tecnológicas es seguramente el verdadero factor desencadenante del cambio en el propio sentido de la cultura que intentamos indicar con la expresión “cultura_RAM”.

Tomada como una metáfora, intenta ilustrar que el tipo de memoria que produce la cultura no es tanto una de archivo (y back up, una memoria de disco duro para entendernos, ROM en la jerga informática) sino más bien, y sobre todo, una memoria de proceso, RAM, de interrelación activa y productiva de los datos (y de interconexión también de las máquinas entre las que ellos se encuentran distribuidos, en red); una memoria red y no más una memoria documento; una memoria constelación, fábrica y no más una memoria consigna, almacén. Este tipo de memoria ya no enfoca singularidades señeras, ya no se define mediante monumentos definitivos, en lugares o escenarios privilegiados. Por el contrario, se dispersa y clona en todas direcciones, se reproduce y distribuye como un virus a toda su red de lugares, difundida como onda y eco, deslocalizada en una multiplicidad de “no lugares” hacia los que fluye activamente en tiempo real. La memoria ya no es detención del tiempo, suspensión que corta su flujo par retener y conservar el momento (amado) perdido, sino dinamismo puro y en curso que espesa y carga de potencia el instante presente, como nuncio y emblema de su propia era y del provenir que prefigura: el provenir del sistema que enlaza y sustenta toda la constelación de los saberes posibles, efectivos, en una arquitectura expansiva que, a cada instante, actualiza (y multiplica exponencialmente) su competencia, su potencia virtual.

Portada del nuevo libro del profesor José Luis Brea, cultura_RAM.

Capitalismo cultural El libro es un profundo análisis de las actuales sociedades del conocimiento del capitalismo avanzado. Aquellas en donde los saberes, el conocimiento, constituyen un valor de cambio privilegiado, y lo simbólico es su gran valor productivo; las mercancías inmateriales que protagonizan nuestra era: la era del capitalismo cultural. La condición global, observada como una constelación vital en donde estamos abocados a desenvolvernos, se relaciona - en su personificación de máquina virtual de alta tecnología - con los presupuestos epistemológicos producidos y reproducidos desde las instituciones sociales y sus enmarañados lazos con el poder. Es por ello que en el libro se piensa la universidad, el museo, la ciencia misma como poderosos dispositivos de configuración, de invención de la “realidad” desde su

El profesor José Luis Brea, quien

lanzará su nuevo libro.

espíritu espúreamente neutral que especula desde su relación inmaterial y fantasmagórica con lo hegemónico. La vanguardia es vivenciada por José Luis Brea como una posibilidad ética que nos conmina a enfrentar el porvenir, y a maniobrarlo. Así nos enseña (en virtual) algunas posibilidades de lo que está en juego. Habla de la universidad como estructura moderna que es urgente repensar – y rediseñar-, ya no

este mes estará en Colombia y como el lugar performático (diría Lyotard) que produce competencias profesionales, sino más bien como el lugar por excelencia de la divergencia, el lugar de la producción del pensamiento crítico, de la capacidad de desocultar los mecanismos de producción social de los sujetos, de las identidades, de la realidad, de la verdad; aquel que nos hace creativos, independientes en la adquisición del saber

Archivo Particular

María Belén Sáez de Ibarra,

Investigadora en estudios visuales Directora Dirección Nacional de Divulgación Cultural

y aptos para jugar las cartas del futuro, despojados de la inocencia del pensamiento subordinado. En el mismo sentido, la institución Museo es develada no solo como dispositivo de producción social de la verdad, sino como un reloj del tiempo, diseñado para medirlo. Para clasificar, hacer taxonomías, establecer jerarquías de valor; como el gran proyecto civilizatorio que hace la historia teleológica y es operado desde occidente y sus categorías. Nos obliga a repensarlo como lugar de descentramiento de la verdad y como lugar desde donde operarían las pluralidades de una gestión de interconexiones y accesibilidades del nuevo conocimiento y de lo desconocido, lo que está allí apenas siendo en la potencia virtual de lo posible. La relación que sostenemos hoy con el tiempo es una reflexión que se sostiene a lo largo del libro. El nuevo lugar del pasado y la memoria, en donde ya no buscamos referentes a imitar y honrar, sino por el contrario el lugar desde donde parte nuestra posibilidad crítica. El presente es el tiempo del instante, instante y tiempo real. Un presente que vive en el paso aquel de que nos hablara Foucault; el paso en el vacío que es más bien porvenir. Las posibilidad de lo que está siendo configurado y jamás definido ni terminado. El dejá vú como imagen del tiempo; el futuro se viene y entremezcla en el presente y nos hace presentir nociones de lo que ya ha sido. El arte señalado como un pequeño impostor que pretende aún defender su privilegio y especificidad en la cultural visual, es mostrado como una categoría más entre los agentes que luchan por fijar los sentidos y significados sociales que se esconden en el incansable obrar de la ideología. La imagen reemplazaría el logocentrismo actual (¿o pasado?). Aquí Brea nos presenta sus conceptos para una nueva epistemología de la visualidad, en donde las categorías culturales del viejo humanismo se desjerarquizan, se reemplazan y entran a una constelación de redes que se despojan del ilustrado etnocentrismo, del logocentrismo y del arte-centrismo. El humanismo letrado de occidente es hoy quizá el viejo conocido que nos recuerda el deja vú de la cibercultura del hombre máquina y los imaginarios que le sirven de hogar. Para mayor información, puede ir a la siguiente dirección electrónica: www. divulgacion.unal.edu.co

UN Periódico No. 104  

UN Periódico No. 104

UN Periódico No. 104  

UN Periódico No. 104

Advertisement