Issuu on Google+

Mapas mentales Ms. Ana María Teresa Lucca Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

Mapas mentales por Ms. Ana María Teresa Lucca se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-No Comercial-No Derivadas 3.0 Unported. Basada en una obra en issuu.com.

1. Introducción A partir de variaciones de los organizadores gráficos básicos que hemos descrito en el artículo Tipos de organizadores gráficos podemos obtener organizadores aptos para distintas tareas específicas. Ellos aportan flexibilidad al momento de trabajar ideas y sus relaciones. Pueden ser tan simples como lo requiera la temática en la que se centran, o muy elaborados cuando el contenido es muy complejo. Su diversidad y capacidad para cumplir con ciertas necesidades específicas los hacen una herramienta muy valiosa en el aprendizaje. En este artículo comenzaremos explorando una de las variantes más populares: los mapas mentales, creados por Tony Buzan. 2. Mapas mentales Un mapa mental es una estructura de árbol con un tronco y varias ramas. Los mapas mentales amplían los mapas araña. Una diferencia clave entre un organizador gráfico araña y un mapa mental es que en éste no se usan enlaces con etiquetas. Cada rama combina el concepto y su relación. Los mapas mentales estimulan las capacidades visuales de la mente. Esto significa que el cerebro puede entender y recordar un mapa mental de manera mucho más efectiva. Son racionales y artísticos, están ordenados lógicamente y a pesar de ello expresan espontaneidad. Son ejemplo de pensamiento orgánico, esto es, como en un árbol, una idea central (tronco) se ramifica en varias direcciones diferentes. Estas ramas luego se dividen en ramas más finas en detalle y asociación. Los beneficios de los mapas mentales son varios: Muestran claramente cómo los conceptos claves se enlazan a la idea principal, lo que ayuda a integrar el material más rápidamente. Por integrar entendemos ser capaces de recordar y revisar conceptos de manera más efectiva.

1


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

Son flexibles; es decir, puede adicionarse fácilmente información nueva en ellos con un mínimo de problemas. Ayudan a planificar rutas, tomar decisiones y permiten conocer dónde estamos ubicados en un concepto y hacia dónde vamos. Contienen mucha información, y toda está disponible con una simple mirada. Esto ayuda a estudiar y aprender de manera más eficaz. Ayudan a retener la información contenida en ellos. 2.1. Creando mapas mentales Los mapas mentales se valen del color, del diseño, del texto y de otros elementos para distinguir conceptos y relaciones.

Figura 1. Mapa mental acerca de Mapas Mentales extraído de http://www.bitlab.com.co/marioztobon/comohacermapa.htm (Clic en la imagen para ampliarla)

El mapa mental de la Figura 1 tiene seis ramas principales, cada una de ellas en un color diferente, lo que facilita identificar rápidamente las ideas principales. Cada rama tiene una sola etiqueta que permite entender las ideas a tratar. A su vez cada rama principal se divide en subramas para enunciar más detalles respecto de cada idea. Ms. Ana María Teresa Lucca 2


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

2.2. Técnica de elaboración Para la elaboración de mapas mentales existe una serie de recomendaciones que debemos tener en cuenta, a saber: •

Hacer uso de imágenes. Para comenzar un mapa mental, se representa el tema principal con una imagen (cuadrado, rectángulo o cualquier otra forma encerrando un concepto, o simplemente una imagen ilustrativa), que se ubica en el centro del mapa mental. Generalmente se utilizan dos o más colores en la construcción de la imagen. En el ejemplo de la Figura 1, el tema principal es los mapas mentales, y se ilustra a través de una imagen. Para resaltar cada una de las ideas principales se refuerza con el uso de nuevas imágenes además del concepto. Es fundamental que los puntos claves se encuentren perfectamente identificados. Se recomienda además utilizar imágenes claras y afines.

Hacer uso de texto. Es preciso asegurar el uso de una única palabra o idea clave por línea. Además, se recomiendan frases cortas y líneas quebradas en puntos de separación. El tema central se ubicará en la imagen situada en el medio del mapa. Es una buena práctica el empleo de letras mayúsculas y minúsculas para resaltar el tema. El color en las letras también permite destacar palabras. También debe tenerse en cuenta que cada palabra/imagen debe ser única y debe ubicarse en su propia línea.

Aprovechar las ventajas del diseño. Todas las líneas de flujo salen de la imagen central. A partir de ella, las líneas centrales se irradian como ramas de árboles que comienzan gruesas y se vuelven más delgadas a medida que se propagan hacia el exterior. Las líneas deben tener la misma longitud que la palabra y/o imagen. Debe contemplarse una jerarquización de las ideas principales hacia el centro. Los subtemas serán ramas de estas ideas principales (se recomienda no más de 5 a 7 subtemas). Cuando sea necesario conviene utilizar un orden numérico (1, 2, 3) y trabajarlo de arriba hacia abajo y de izquierda a derecha. Para crear interés visual es bueno variar el tamaño y color del texto, las imágenes y las ramas a fin de establecer claras diferencias. No debe obviarse la utilización de espacios que organicen el mapa mental adecuadamente. En ocasiones, el empleo de algún software facilita la tarea, dado que muchos de ellos permiten un diseño automático para crear mapas mentales.

Hacer uso del color. El color permite resaltar las ramas principales, por lo que conviene prestar atención a su codificación en las líneas, en el texto y en las imágenes. También es recomendable el uso de imágenes a color. Siempre debemos recordar que el mapa debe reflejar nuestro estilo personal y nuestros modos de pensar.

Dibujar más de una vez los mapas mentales. Es una buena práctica imprimir nuestros mapas mentales, añadirles aquellos aspectos que hemos dejado de lado de ser necesario, y volver a dibujarlos tanto para aprender su contenido como para refrescar la memoria respecto de los conceptos claves de la temática tratada. Ms. Ana María Teresa Lucca 3


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

Otros detalles a tener en cuenta. Para conectar las ideas sobre las diferentes ramas debemos utilizar líneas y flechas. Además, es muy útil la utilización de códigos que ayuden a recordar las ideas. También está permitido el uso de texto flotante, es decir, texto no conectado a ninguna rama, para resaltar ideas y crear interés visual.

Un mapa mental es una creación orgánica! Por tanto, debe captar todas las ideas que se tienen, a fin de editarlas y reorganizarlas hasta que se haya creado un mapa mental que capture exactamente lo que se quiere recordar. 3. Aplicaciones de los mapas mentales Los mapas mentales son herramientas muy eficaces en distintos aspectos dentro del ámbito educativo. Por ejemplo, pueden utilizarse junto a la conocida tormenta de ideas para promover un proceso netamente creativo y de intercambio de ideas, ya que esta técnica requiere la libre asociación de diferentes ideas para formar nuevas ideas y conceptos. Con los mapas mentales tanto individuos como grupos pueden intercambiar ideas en un formato visualmente atractivo y colorido que estimula la producción de nuevas ideas. El carácter abierto de los mapas mentales fomentan la creatividad y estimula a que el cerebro genere nuevas conexiones, que conducen a nuevas ideas. Los mapas mentales son sumamente útiles para tomar notas, para desarrollar conceptos o para obtener una visión global de una tarea. El acto mismo de construir un mapa mental ayuda a resumir cualquier tema, ya que nos obliga a centrarnos en sus conceptos principales. También son ideales para organizar cualquier tipo de información: libros, cartas, artículos, reuniones, etc., debido a que organizan la información de forma tal que facilita su entendimiento, lo que hace que sea más fácil recordar el contenido. Ronald Hubbard (2001) considera tres barreras que pueden bloquear la capacidad de una persona para estudiar: •

la ausencia de masa, es decir, la presencia de un contexto abstracto tal como el de la matemática. Los mapas mentales resultan muy útiles en el estudio de esta ciencia y sus afines, dado que permiten realizar un bosquejo de nociones abstractas difíciles de entender para muchos estudiantes.

Gradiente excesivo, vinculado al pasaje de un concepto a otro dejando de ver los pasos intermedios. Esta variable es muy común en matemática, por ejemplo, cuando los alumnos están estudiando un apunte teórico y se presenta una expresión matemática y a continuación una expresión derivada de ella, sin hacer mención a los pasos intermedios seguidos para deducirla. Para muchos entender el cálculo o los resultados utilizados para llegar a la expresión citada resulta dificultoso o hasta imposible. Los mapas mentales pueden ayudarlos en este punto.

Palabras mal entendidas. Muchas veces los alumnos se enfrentan a enunciados de problemas que por su vocabulario parecen ligados a temas imposibles de tratar, y sin Ms. Ana María Teresa Lucca

4


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

embargo la solución está al alcance de sus manos. Los mapas mentales pueden provocar el bosquejo de ideas que ayuden a clarificar los enunciados y alcanzar luego una solución al problema planteado. 4. Algunas recomendaciones para crear mapas mentales Para crear un mapa mental es conveniente en primer lugar tener bien claro el problema central o la idea que se desea ampliar, y escribirlos en una hoja. Una vez que se piensen las ideas, se irán agregando ramas a la idea central. Debemos decidir si estas ramas son ideas importantes y merecen su propia rama o si pertenecen a una rama existente. En este punto, no debemos preocuparnos por el formato sino sólo por ubicar las ideas. Esta fase es de creación pura, de modo que tenemos plena libertad para garabatear, mover temas, volver a dibujar el mapa, y realizar enlaces. En otras palabras, es preciso dejar que la creatividad fluya para generar tantas ideas como sea posible. Por ejemplo, si empleamos mapas mentales durante la lectura de un libro a fin de establecer un resumen de lo allí tratado, comenzaremos resaltando los puntos y las ideas importantes del material. A continuación, crearemos un mapa mental por cada capítulo. En este proceso iremos extrayendo las ideas principales para transferirlas al mapa. 5. Ejemplos de mapas mentales en matemática Son muchos los ejemplos que podríamos dar de mapas mentales en matemática. Nos limitaremos aquí a algunos de ellos.

Figura 2. Ejemplo de mapa mental sobre polígonos, extraído de http://matematicaparatodos-marina.blogspot.com/2010/07/mapa-mental-poligonos.html (clic sobre la imagen para ampliar)

Ms. Ana María Teresa Lucca 5


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

El ejemplo de la Figura 3 es interesante, y se recomienda visitar el sitio del cual ha sido extraído dado que permite experimentar cómo podemos generar mapas mentales interactivos, que van enlazándose entre si, ampliando la temática de interés para el lector.

Figura 3. Ejemplo de mapa mental sobre demostración matemática, extraído de http://www.domotica.us/Demostración%20matemática (clic sobre la imagen para ampliar)

Figura 4. Ejemplo de mapa mental sobre Cálculo, extraído del siguiente sitio que contiene una interesante colección de mapas mentales http://dcb.fi-c.unam.mx/users/gustavorb/CII.html (clic sobre la imagen para ampliar)

Ms. Ana María Teresa Lucca 6


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

Figura 5. Ejemplo de mapa mental 3D, extraído de http://lloydhooson.co.uk/2009/12/18/3d-gcse-maths-interface/ (clic sobre la imagen para ampliar)

6. En síntesis En este artículo hemos visto qué son los mapas mentales, sus características principales, sus aplicaciones, algunos tips para su creación y varios ejemplos en el campo de la matemática. Un sitio interesante que nos permitirá aprender más acerca de mapas mentales utilizándolos como recurso es el Seminario Taller de Mapas Mentales, de manos de su creador: Tony Buzan. En el video a continuación podemos escuchar a Tony Buzan hablar acerca de los mapas mentales:

Clic sobre la imagen para acceder al video

También puede ser interesante visitar el sitio oficial de Tony Buzan: http://www.thinkbuzan.com/ar/ donde encontraremos información acerca de uno de los tantos software que permiten la creación de mapas conceptuales: iMindMap. Ms. Ana María Teresa Lucca 7


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

Otras aplicaciones disponibles para la creación de mapas mentales son:

Bubble.us. Sistema en línea y gratuito que facilita la creación de mapas mentales. Tiene la posibilidad de trabajar de manera colaborativa, la opción de embeber las producciones en distintos servicios de la web y exportar el mapa mental en formato de imagen para insertar en los documentos. Freemind. Herramienta gratuita que se instala en nuestra PC, escrita bajo soporte de Java. Permite crear mapas mentales en formato HTML para su posterior publicación en la web o en wikis. MindMeister. Herramienta en línea construida bajo la filosofia de la Web 2.0. Permite trabajar de manera simultanea con amigos y colegas, y ver los cambios en tiempo real. Además, permite acceso desde iPhone. Mindomo. Aplicación en línea para generar mapas mentales. Permite el trabajo colaborativo, chat y compartir las producciones. Mind42. Herramienta en línea que se distingue por un buscador local para la incrustación de imágenes y por la vista previa de los enlaces a sitios de la web enlazados. También permite la publicación de mapas en su sitio. RecallPlus. Aplicación de libre descarga que presenta dos versiones. Una de ellas es la de organizador visual, lo que permite la creación de mapas mentales. Otra de revisión a través de preguntas y respuestas estructuradas.

Ms. Ana María Teresa Lucca 8


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

TheBrain. Software multiplataforma que tiene el atractivo de un calendario donde planificar cronológicamente los mapas. A modo de cierre, algunos mapas mentales muy elaborados que ilustran el impacto visual que pueden provocar, extraídos del sitio http://blog.iqmatrix.com/.

Clic en la imagen para ampliar

Clic en la imagen para ampliar

Ms. Ana María Teresa Lucca 9


Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco

Clic en la imagen para ampliar

Ana María Teresa Lucca

Referencias bibliográficas •

Whiteley, Sean (2005) Memletics® Concept Mapping Course (version 1.0). Advanogy.com

Bajo el marco del proyecto de investigación: Mapas conceptuales: una herramienta para el aprendizaje significativo en matemática Disp. CyT Nº 020/10 - UNPSJB dirigido por Ms. Ana María Teresa Lucca

Ms. Ana María Teresa Lucca 10


Mapas mentales