Page 1

MONOGRAFIA BENJAMÍN GARCÍA SAXE

“HUMANIZANDO EL ESPACIO CON EL SENTIDO COMÚN” MARCELA COTO


"El arquitecto del futuro se basará en la imitación de la naturaleza, porque es la forma más racional, duradera y económica de todos los métodos" ANTONIO GAUDÍ


FORMACIÓN Benjamin Garcia Saxe estableció su propio estudio de arquitectura en San José, Costa Rica en el 2004. En Costa Rica Benjamin estudio arquitectura en la Universidad Veritas y luego recibió su titulo Máster en Arquitectura de la Escuela de Diseño de Rhode Island School of Design, EE.UU. El también posee una titulo en Educación del Arte y Diseño por parte de la Universidad Brown en EE.UU y se encuentra activamente involucrado como conferencista invitado en algunas Universidades de Inglaterra, EE.UU y Suramérica. Ademas de ser el Director Ejecutivo de Benjamin Garcia Saxe Arquitectura, actualmente Benjamin también es Asociado del Arquitecto Británico Lord Richard Rogers en Londres. El ha participado en el desarrollo de proyectos de gran escala alrededor del mundo los cuales incluyen La Torre 3 del World Trade Center en Nueva York, desarrollos residenciales y comerciales, proyectos de oficina en Europa, Medio Oriente y China; así como el más reciente desarrollo de diseño residencial en Monte Carlo para el Príncipe de Mónaco.


BREVE HISTORIA Benjamín García Saxe, un niño sencillo criado sólo por su mamá, inmerso en una situación de recursos escasos y teniendo una vida muy inestable, era un niño que desde temprana edad tenía la preocupación de que no tenían mucho, sólo a ellos mismos, teniéndose el uno al otro. Adoptado por su padre, un arquitecto, sintió que su vida cambió dramáticamente, ya que este fue la principal y más fuerte influencia de la vida profesional que iba a tener en su futuro. Él recuerda las noches en que se quedaba dormido viendo a su padre dibujar, y esto le llamó mucho la atención, principalmente porque él tenía inclinaciones por la matemática y el arte, entonces fue ahí cuando su vida cambió completamente. Aplicó en una universidad en la que presentó problemas, debido a que le dijeron que probablemente nunca iba a ser un buen arquitecto, pero a pesar de eso, él no agachó la cara y decidió seguir adelante con las metas que tenía ahora que si podía cumplirlas con la ayuda de su papá.


Las estigmatizaciones para con él en el transcurso de la universidad continuaron a lo largo de su estudio, hasta el día en que comenzó su tesis. En ese tiempo, era común diseñar rascacielos o proyectos con una huella muy grande, pero él aún tenía en sus pensamientos a su mamá, una persona que vivía de forma humilde en una casa en las afueras de la ciudad, así que decidió nadar contra corriente y proponer como proyecto de tesis, una casa digna para su mamá, la cual Benjamín después de la universidad iba a construir con sus propias manos.


Casa antigua de la mamĂĄ de BenjamĂ­n


“Mi madre y yo nunca tuvimos un lugar que pudiéramos llamar hogar. Nos encontrábamos en la calle, siempre soñando con un lugar en el que podíamos estar juntos. Ella se quedó en la ciudad para encontrar consuelo en mi cercanía. Nunca he dejado de soñar con un lugar en donde ella pudiera encontrar la felicidad. Desgarrada por la ciudad, ella se ha trasladado a la selva en busca de su casa. Ella ha encontrado la luna y el sol y se deslumbra cada día al verlos. Ella ha encontrado la belleza en su propio ciclo de vida y su presencia en este mundo. Ella ya no necesita de otros para comparar y medir su felicidad...


...Mi madre empezó a construir su hogar con restos de madera y bolsas de plástico. Ella colocó su cama en un rincón donde pudiera tener una vista directa de la luna mientras que se va a dormir. Ella me ha dicho que al mirar la luna se recuerda de mí. Tal vez debido a su memoria de la ciudad, mi madre tiene miedo que alguien venga a perturbar su soledad. Ella me ha pedido completar su sueño de vivir de manera segura en el bosque, pero sé que ella cree que esto es una manera para nosotros para estar siempre juntos. Inspirado por su rutina le he dado un bosque interno protegido de bambú. Por la noche, la superficie en forma de cono de su nueva casa se abre a la luna y le recuerda que soy yo el que le regalo ese momento y ella se va tranquilamente a dormir con la vista iluminada de la luna.” Benjamín García Saxe, en descripción de Casa para una admiradora de la luna.


“EL SENTIDO COMÚN”


Actualmente, han surgido muchas dudas de cómo se hace realmente buena arquitectura, cómo se logra un buen proyecto sin caer en el cliché de sólo hacer proyectos físicamente convencedores o “sostenibles”, cómo se obtiene la sensibilidad para cada uno si estamos llenos de información y de referencias en el internet que puede provocar una confusión y una mezcla de lenguajes ajenos que al final sólo empobrece la calidad o la intención de hacer una buena obra, dudas que el pensamiento de un arquitecto como este pueden ayudar a ser esclarecidas de manera simple y honesta, buscando que las personas comprendan el significado del sentido común aplicado a la arquitectura.

"En estos momentos tenemos mucha falta de sentido común, y exceso de inteligencia académica ilustrada, que nos puede persuadir de cualquier realidad, pero el sentido común va contra eso." BRUNO STAGNO


Bajo su pensamiento, no tiene lógica los proyectos con ventanas pequeñas, que niegan completamente su entorno con muros solidos e impermeables en todo sentido, específicamente los proyectos que surgieron en los años 80, le entró la inquietud de participar en proyectos con un costo especifico y marcar paradigmas de cómo se puede hacer arquitectura con el mismo costo o menor, y que iba a ser en el futuro un ahorro de dinero para las personas que posteriormente iban a ocupar ese espacio. Para Benjamin, lo primordial es que sus proyectos tengan una interaccion directa con el exterior, con todo el potencial que el mismo tiene de enriquecer el espacio, y que no sean egoístas y completamente inhumanos, siendo espacios cerrados que apiñan personas sin que estas puedan interactuar de la forma, para él esto ultimo no tiene sentido, ya que la naturaleza puede beneficiar en todos sentidos todos los comportamientos que las personas tengan en el habitar.


Un reto principal que tiene este arquitecto, era el cómo se podía humanizar un rascacielo, comúnmente siendo visto como una mole de concreto con pisos semejantes en el que no se ve desde afuera cual piso es cual ni qué actividades se realizan en ellos. Uno de los proyectos que explican el pensamiento de Benjamín, era el prototipo de vivienda vertical para San José.

Jardin Vertical Sostenible San Jose, Costa Rica


“Comenzamos a explorar y entender lo que ya existe y se ha convertido en práctica común en edificaciones de viviendas verticales. Nos dimos cuenta que el esquema tradicional se crea mediante la colocación de un núcleo central de circulación y servicios en el corazón de los edificios y luego un pasillo lleva a los habitantes a la puerta de cada una de las residencias. Lo que esto crea es una desconexión con el mundo exterior circular por el edificio y un entorno anónimo y estéril de oscuros pasillos y escaleras. Cada apartamento tiene típicamente una pequeña terraza que se utiliza rara vez, y termina siendo el lugar para almacenamiento o eliminación de objetos no deseados de la residencia... ...Queríamos desafiar esta configuración típica para tratar de crear un lugar que fomentara la interacción y la comunidad dentro del edificio, así como sus alrededores. Tomamos el modelo de casa de campo tradicional, una casa a la que se le ingresa a través de una terraza y decidimos apilar estas “granjas” una sobre la otra. La circulación principal se hace ahora a través de terrazas que llevan a cada residencia. Cuando se combinan los espacios de circulación típicos y los espacios típicos de pequeños balcones de los edificios tradicionales, se generó una gran terraza que no sólo se utiliza para llegar a cada residencia, sino que también se convierte en el principal espacio de vida de las actividades de la casa.” Escrito descriptivo del proyecto, extraído de la pagina web del arquitecto.


¿CÓMO HUMANIZAR EL ESPACIO?


La manera fundamental de humanizar un espacio según la visión de este joven arquitecto, es alejarse del paradigma de todas las obras masivas y egoístas y al contrario, reflejar desde afuera lo que pasa por dentro, espacios con dobles alturas que comienzan a decir que ahí pasa algo especial, algo que a las personas espectadoras les llame la atención, que sea algo bastante legible, y surja la inquietud por visitar el espacio de la misma forma en que las personas que lo habitan se sientan identificadas con lo que sucede dentro, para que este tampoco sea un “edificio mentiroso” en el que todo lo que se ve desde afuera, contradiga lo que pasa en la experiencia. “Creemos en el poder del diseño como una herramienta para amar a los demás con nuestro trabajo y el proveerles de una mejor calidad de vida.” Benjamín García Saxe arquitectura.


PROYECTOS


Casa Flotanta

Arquitectos: Benjamin Garcia Saxe Architecture Ubicación: Puntarenas Canton, Costa Rica Área: 300.0 m2 Año Proyecto: 2013


Casa Flotanta Puntarenas es un paradigma de cómo condiciones del entorno pueden beneficiar de alguna u otra manera una obra. Este es un proyecto que parecía ser amenazado por todas las condiciones del entorno, principalmente por la topografía con las pendientes muy pronunciadas que hacían de este un proyecto con una complejidad importante.


Benjamin, en vez de utilizar muros de contención y hacer terrazas para poder construir sobre ellas, toma como oportunidades de diseño todas las condiciones complicadas que podían interferir con el proyecto, una de ellas era la vista increíble que tiene hacia el pacifico, es un proyecto que deja respirar su entorno natural, un proyecto situado en el aire que permitía que la naturaleza creciera y evolucionara sin que el proyecto interfiriera, esto se logró con un sistema de pilotes que hacía que el proyecto tocara sólo en ciertos puntos el terreno y no un área grande en metros cuadrados. En pocas palabras, es un proyecto que sirve de mirador hacia todo su entorno natural, totalmente permeable y bioclimático.


“Al final, decidimos hacer exactamente lo contrario y de hecho permitirle a la pendiente, la tierra, la vegetación, el agua y los animales a fluir debajo de la casa. Se colocó la casa en el aire y al hacer esto hemos conseguido ahorrar en el inmenso costo de la creación de muros de contención. Esta decisión casi que de sentido común crearon una intervención muy ligera que le permite al terreno respirar mientras que proporciona una espectacular vista al mar desde la ubicación clave en el sitio.” Benjamin Garcia Saxe arquitectura.


Un Bosque para una Admiradora de la Luna

Arquitectos: Benjamin Garcia Saxe Ubicaci贸n: Provincia de Guanacaste, Costa Rica A帽o Proyecto: 2010 Costo Total De La Obra: 40,000 USD Aprox. Construido Por: Benjamin Garcia Saxe con ayuda de Constructora Brenes


Esta casa fue el ganadora al premio ”La Mejor Casa del Mundo” en el World Architecture Festival 2010, algo que Benjamin no se esperaba siendo este un proyecto modesto hecho especialmente para su madre, y no para el mundo. Lo interesante de este poyecto, es la sensibilidad que Benjamín tuvo en analizar cada variable en el entorno para ser lo menos invasivo y lograr un diseño que se acoplara completamente con el mismo, lo que significaba un análisis complejo en el menor de los detalles, para que el proyecto fuera emplazado con éxito. Benjamín en cada proyecto demuestra lo sencillo que es que funcione un proyecto en una zona determinada con sólo entender el sentido común, ya que un proyecto exitoso no consta sólo de una estética agradable sino que los ocupantes tengan el máximo confort dentro de los espacios bajo el menor costo.


Detalle de los cerramientos de la casa, para generar una ventilaci贸n cruzada.


Planta arquitect贸nica


Fachada


Cortes


Detalles


Contenedores de Esperanza

Arquitectos: Benjamín García Saxe Architecture Ubicación: San Jose, Costa Rica Área: 100.0 m2 Año Proyecto: 2011 Presupuesto: 40,000 USD Construcción: Autoconstrucción, Marco Peralta y Gabriela Calvo


“Gabriela Calvo y Marco Peralta soñaban con vivir en su propiedad fantástica en las afueras de la ciudad de San José, donde podían estar con sus caballos y disfrutar del paisaje natural a tan solo 20 minutos de la ciudad. Ellos tomaron la decisión muy valiente de explorar conmigo la posibilidad de crear una casa muy económica a partir de de contenedores en desuso que les permitirá vivir libre de deudas y llevar la vida que siempre han deseado. Era importante para nosotros proporcionarles el amanecer, el atardecer, las vistas espectaculares y en general tratar de crear una sensación de confort y hogar. Un techo entre los dos contenedores, construido con los recortes de metal para crear las ventanas, no sólo crea una sensación interna de apertura sino que también proporciona una ventilación cruzada que es sorprendentemente suficiente para nunca tener que encender el aire acondicionado.” Benjamin Garcia


Este proyecto ha sido reconocido a nivel mundial, debido a su complejidad introducida en 100 mts2 de construcción, asi como la utilización de materiales en desuso y el riesgo que esto conllevaba, Benjamin apostó por utilizar contenedores que ya estaban muy dañados, y utilizarlos al máximo en un diseño tan simple como colocar de forma paralela uno con el otro pero con una separación entre ambos y desfasándolos unos centímetros, para generar dinamismo y movimiento en el diseño.


Lo mas importante para este arquitecto, es darles cariño a sus clientes por medio de un proyecto que sea tal y como ellos añoraban tener, pero a un menor costo y con un sentido de armonía con la naturaleza, por lo que el proyecto de los contenedores seria el paradigma ideal de todas estas características juntas, aconsejando que los materiales económicos, el área del proyecto y el menor impacto con el contexto no son limitaciones para generar obra arquitectónica, al contrario, con el logro de cada variable anteriormente mencionada, se enriquece. Desde la espacialidad del proyecto no se nota lo pequeño que este puede ser, dado a que se planteó un aprovechamiento máximo de cada centímetro de construcción, lo que generó espacios no tan limitados, más abiertos y sin problemas de inconformidad climática, una de las principales preocupaciones cuando se plantea construir en lugares como Ciudad Colón. Benjamin hizo un estudio y un proceso de diseño de tal forma que la ventilación fuera cruzada bajo el concepto de siempre de utilizar el sentido común, y según entrevistas con los clientes, ya viviendo en los contenedores, efectivamente no tuvieron que hacer uso del aire acondicionado y la casa en la mayoría del dia, pasa con una temperatura agradable.


Diagramas de funci贸n


Diagramas de funci贸n


Vista en IsomĂŠtrico


Un nuevo paraíso

Arquitectos: Benjamín García Saxe Architecture Ubicación: Cartago, Costa Rica


“Somos partidarios de una ciudad compacta que este viva gracias al dinamismo de las mezclas de usos: de trabajar, vivir y jugar sin tener que recorrer largas distancias y depender totalmente del automóvil. Los residentes de esta comunidad serán capaces de llevar a sus hijos a la escuela, ir a trabajar, y vivir sin tener que recorrer largas distancias. Tenemos el increíble reto de llevar todo esto, además de lograr el más alto nivel de sostenibilidad y viviendas carbono-neutro a un coste muy asequible y competitivo para el grupo de ingresos medios de las familias en Costa Rica.” Benjamin Garcia


En este proyecto, Benjamin apuesta por la recuperación de las zonas verdes como espacios sociales, en donde la familia en general, converge con otras para generar lazos y por lo tanto, generar comunidad y cultura, por lo que en este proyecto lo incorporan completamente, a pesar de los problemas que presentan por motivos del plan regulador y de la municipalidad en general, ya que en esa zona, el 90% del lote tenia que ser vendible y solo dejaban un 10% libre para vegetación, y esto no iba con el concepto que querían aplicar al proyecto, además, el cliente a su vez necesitaba aprovechar al máximo la densidad máxima permitida por la municipalidad con el fin de que el proyecto fuera económicamente viable. A través de estudios de mercado, conversaciones con la municipalidad y un proceso de diseño fuerte, llegaron a la conclusión de crear edificios de vivienda de tres pisos, dejando asi un área verde suficiente para cumplir con la idea de proyecto inicial, de esta forma, se logró aprovechar un 50% de espacio verde común y otro 50% para edificaciones, esta mezcla de residencias unifamiliares, residencias en apartamentos y una parte de las zonas de común utilizadas como comercio, logró crear una estructura económica más diversificada y completa para el desarrollador y a su vez le dio al plan maestro una mezcla saludable de las personas con variados ingresos económicos y edades.


INQUIETUD


La imagen anterior probablemente es la que más caracteriza las intenciones de Benjamín como arquitecto y que ejemplifica lo que este quiere transmitir por medio de su obra. Características como invadir lo menor posible su entorno en términos de topografía y de huella de construcción, adaptarse de la forma más amigable a la naturaleza y que tanto esta como el proyecto emplazado sean complementarios en todas las medidas posibles, hacer el mejor diseño con técnicas pasivas y especialmente con materiales que no se toman tanto en cuenta o que sean minimizados por otros de vanguardia y que por lo tanto el proyecto tenga un costo muy bajo tanto en construcción como en el habitar futuro de los clientes. Para Benjamín, lo esencial de su obra es complacer a los clientes, darles una muestra de cariño por medio del proyecto que les entregue, que ellos tengan paz en su casa y que efectivamente el proyecto funcione tal y como estaba planeado, y es lo que este quiere transmitirle a todas las personas, que utilizando el sentido común, se pueden lograr proyectos confortables y exitosos.


En análisis de la obra de Benjamín García, se aprecia de que este es un arquitecto que le interesa expresar su máxima sensibilidad por medio de la materialidad, los vacíos, el respeto por el entorno natural y la luz que fluye en el espacio impregnándose en la piel de los usuarios, dándoles una calidad de vida optima y sencilla con un presupuesto bajo y una alta calidad.


"Sabemos que una buena arquitectura no tiene nada que ver con gastar mucho dinero en una edificacion, sino es algo más cercano a un sutil entendimiento humano de lo básico e intrínseco y de nuestra relación con el entorno." BENJAMÍN GARCÍA SAXE


SOBRE BENJAMÍN GARCÍA SAXE POR MARCELA COTO MARZO, 2015

Monografía arquitecto Benjamín García Saxe  

Obra del arquitecto por Marcela Coto

Monografía arquitecto Benjamín García Saxe  

Obra del arquitecto por Marcela Coto

Advertisement