Un hogar para el pequeño lobo

Page 1




Título del original alemán: Ein Zuhause für den kleinen Wolf

Printed in Spain

Traducción de L. Rodríguez López

Gráficas Varona, S.A.

© 2009 Patmos Verlagsgruppe, Sauerländer Verlag, Mannheim

ISBN 978-84-96646-85-8

© para España y el español: Lóguez Ediciones 2012

Depósito legal: S. 538-2012

Todos los derechos reservados.

www.loguezediciones.es


Un hogar para el peque帽o lobo Jutta Langreuter | Reinhard Michl

L贸guez



La madre osa duerme. Sus dos hijos estรกn acostados entre sus brazos. Fuera, la lluvia golpea con fuerza la entrada de la cueva. La madre osa olisquea. Huele raro. Un olor que no es propio de una cueva de osos. Abre los ojos.



“¿Habrá entrado algún animal extraño?”, piensa, se incorpora y va hacia el fondo de la cueva enseñando los dientes y gruñendo amenazante. Así es. Un pequeño lobo duerme hecho un ovillo sobre un montón de hojarasca.


El lobo es todavía muy pequeño. Un lobezno regordete. Con cuidado, la madre osa toca con su hocico al pequeño. Su piel está todavía algo húmeda de la lluvia.


Inmediatamente, el pequeño lobo se despierta. Todo su cuerpo tiembla. “¿Qué haces en nuestra cueva?”, pregunta la madre osa. “Yo… yo… “, balbucea el pequeño lobo. “¿Dónde está tu mamá?”, pregunta suavemente la madre osa. “Mi madre ha muerto”, dice el pequeño lobo mirándola con sus grandes, tristes ojos. “¿Y dónde está tu manada? ¿Tu familia?”. “Han desaparecido. Los he perdido”, dice el pequeño lobo. “Los he buscado por todas partes, pero no…”. “Ven, puedes calentarte tranquilamente con nosotros”, le consuela la madre osa.