Issuu on Google+

Teorías sobre la adquisición del lenguaje. En el estudio de la adquisición del lenguaje podemos encontrar dos grandes polos teóricos, los que consideran que es un proceso puramente innato, prescrito genéticamente, y los que consideran que es el resultado de la interacción con el medio, un proceso de aprendizaje. En medio, muchos autores piensan que la adquisición del lenguaje tiene ciertas restricciones iniciales

que

canalizan

la

construcción

progresiva

de

ciertas

representaciones lingüísticas. Pero a partir de ahí, se producen procesos de flexibilidad representacional que hacen posible la conciencia metalingüística. — teorías innatistas. Justifican la adquisición y el desarrollo del lenguaje gracias a estructuras biológicas y madurativas internas, innatas e individuales. En esta línea se sitúan básicamente Chomsky y Piaget., aunque con importantes diferencias entre ellos. El primero defiende la existencia de una estructura innata y especifica de la especie humana para el lenguaje. El segundo sitúa como condición previa a la aparición del lenguaje el desarrollo de la inteligencia como producto de la experiencia del niño con su entorno y a la función simbólica como requisito para la aparición del lenguaje, siendo éste sólo una forma de manifestación de la función simbólica, aunque no la única. Ambos suponen la existencia de esquemas innatos, pero para Piaget, a diferencia de Chomsky, la interacción y la experiencia del niño con su entorno es esencial para la construcción de la inteligencia y del lenguaje. — teorías de enfoque social. Por !a escuela rusa Vigotsky y Luna y por otro lado Bruner, Bower... Estas teorías, aunque con diferentes matices, reconocen la importancia de los factores biológicos y madurativos, pero destacan el papel determinante que juega la relación social, siendo el lenguaje, de entre todas las manifestaciones humanas, la capacidad psicológica superior con más marcado carácter social. Comparten con el constructivismo la necesidad de una experiencia y de un aprendizaje, pero siempre en un marco social, siendo la interacción social la que promueve todos los procesos de desarrollo. No comparten nada con las teorías empiristas ni con las innatistas como única explicación.

1


Difieren del constructivismo de Piaget en el lugar en que unos y otros colocan el acento. Para Piaget, el acento está en el proceso biológico y madurativo individual, y para ellos, en la interacción social. — Las teorías de enfoque emocional comparten totalmente el enfoque social anterior porque también son teorías sociales, pero ponen más el acento en las condiciones emocionales y afectivas en que se desarrolla esa interacción social, considerándolas determinantes tanto para el desarrollo

infantil

como

para

la

adquisición

de

las

capacidades

comunicativas y lingüísticas. Algunos de ellos llegan a considerar las primeras manifestaciones emocionales del niño como primeras manifestaciones comunicativas, siendo la organización emocional y afectiva la que constituye el desarrollo posterior del lenguaje. — corriente de las investigaciones pragmáticas sobre el desarrollo del lenguaje Austin. Crice, SeaHe, Bruner...]. que plantea el desarrollo del lenguaje en el contexto

comunicativo concreto en el que se produce,

personal, familiar y social, y el uso que el sujeto hace del lenguaje. El punto de vista de la mayoría de los observadores del lenguaje infantil ha evolucionado en el sentido de tomar en cuenta el contexto familiar y social en el que el niño evoluciona. En general, los investigadores actuales se refieren menos al desarrollo de una herramienta lingüística, considerada formalmente, que al desarrollo de la interacción del lenguaje, incluida en el conjunto de interacciones del niño con su entorno. Son las investigaciones pragmáticas sobre el desarrollo del lenguaje. Quizá resulte poco riguroso hablar de competencias innatas para el lenguaje como explicación a la adquisición del lenguaje, pero sí puede confirmarse la existencia, desde el mismo momento del nacimiento, de estructuras cognitivas especificas relativamente complejas y algunas de ellas claramente relacionadas con el desarrollo del lenguaje. Por otra parte, en el papel desempeñado por la interacción social como condición necesaria para la adquisición del lenguaje, habría que destacar no

2


sólo la tarea de dirección realizada por el adulto, sino también el constante esfuerzo del niño en el proceso de adquisición de la lengua, que, en contra de algunas opiniones, no es algo tan sencillo ni tan natural.

a. Teoría de Chomsky o del dispositivo de adquisición del lenguaje. Chomsky propone la existencia de una "caja negra" innata, un "dispositivo para la adquisición del lenguaje" o LAD (por sus siglas en inglés), capaz de recibir el input lingüístico y, a partir de él, derivar las reglas gramaticales universales. Este input es muy imperfecto; sin embargo, el niño es capaz de generar de él una gramática que genera oraciones bien estructuradas y que determina cual es la forma en que deben usarse y comprenderse éstas. La naturaleza de este LAD no es conocida, pero es bastante aceptada la idea de que la persona tiene una tendencia innata para aprender el lenguaje. b. La teoría de Bruner o de la solución de problemas. Para Bruner, tanto las cogniciones como los contextos son cruciales para el desarrollo del lenguaje. Bruner sugirió que el niño aprende a usar el lenguaje para "comunicarse en el contexto de la solución de problemas", en lugar de aprenderlo per se; se enfatiza el aspecto comunicativo del desarrollo del lenguaje más que su naturaleza estructural o gramatical. De acuerdo con Bruner, el niño necesita dos fuerzas para lograr el aprendizaje del uso del lenguaje. Una de ellas es equivalente al LAD de Chomsky; la otra fuerza sería la presencia de un ambiente de apoyo que facilite el aprendizaje del lenguaje. Bruner denominó a éste sistema de apoyo para la adquisición de un lenguaje o LASS. Dentro de este LASS sería relevante la presencia del "habla

infantil"

(no

confundir

con

infantilizada),

forma

de

comunicación que tienen los padres con sus hijos pequeños que se caracteriza por su lentitud, brevedad, repetitividad, concentración en el "aquí y ahora" y en su simplicidad; esta manera de comunicarse le permite al niño "extraer la estructura del lenguaje y formular

3


principios

generales"(DAVIDOFF,

1989).

Esta

"habla

infantil"

aparecerá generalmente en un contexto de acción conjunta, en el que el tutor y el niño concentran su acción en un solo objeto y uno de ellos "vocaliza" sobre él. c. La teoría de Piaget. Piaget resalta la universalidad de la cognición, pero considera que la interacción y la experiencia del niño con su entorno son esenciales para la construcción de la inteligencia y del lenguaje. El niño es visto como constructor activo de su conocimiento y, por lo tanto, del lenguaje. Condición previa a la aparición del lenguaje es el desarrollo de la inteligencia como producto de la experiencia del niño con su entorno y a la función simbólica como requisito para la aparición del lenguaje, siendo éste sólo una forma de manifestación de la función simbólica, aunque no la única. Piaget presentó una teoría integrada del desarrollo cognitivo, que era universal en su aplicabilidad y fue caracterizada la estructura subyacente del pensamiento. Su aproximación es constructivista e interaccionista a la vez. El desarrollo de la inteligencia se rige por dos procesos biológicos: la "asimilación", es decir, la integración de los datos de la experiencia en los esquemas cognitivos previos del niño, y la

"acomodación"

o

adaptación,

o

lo

que

es

lo

mismo,

la

transformación de estos esquemas en función de los nuevos hechos y experiencias. Estos principios son aplicables al estudio del desarrollo del lenguaje; éste se centraría en una expresión cada vez más clara y lógica del pensamiento y en una progresiva socialización, basada en la capacidad progresiva del niño para comprender puntos de vistas ajenos (del lenguaje egocéntrico al lenguaje social). d. Teoría de Vygotsky o de las influencias socioculturales. Es un teórico dialéctico que enfatiza tanto los aspectos culturales del desarrollo

como

las

influencias

históricas.

Para

Vygotsky

la

reciprocidad entre el individuo y la sociedad, siendo definida esta

4


tanto histórica como culturalmente, es muy importante. El contexto de cambio y desarrollo es el principal foco de atención, dado que ahí es donde podemos buscar las influencias sociales que promueven el progreso

cognitivo

y

lingüístico.

Para

Vygotsky

el

habla

es,

fundamentalmente, un producto social. El lenguaje precederá al pensamiento e influiría en la naturaleza de éste: los niveles de funcionamiento intelectual dependerían de un lenguaje más abstracto. Además, habla y acción están íntimamente unidas: mientras más compleja es la conducta y más indirecta la meta, más importante es el rol de la lengua. e. Teoría de Skinner o del condicionamiento. Para Skinner, el aprendizaje del lenguaje se produciría por simples mecanismos de condicionamiento. El lenguaje se adquiere por un proceso

de

aprendizaje

condicionado,

por

asociación

entre

determinados sonidos, palabras o enunciados y los efectos producidos (objetos y acontecimientos del medio). En un principio los niños simplemente imitarían, para después asociar determinadas palabras a situaciones, objetos o acciones. El aprendizaje del vocabulario y de la gramática se haría por condicionamiento operante. La gente que se encuentra alrededor del niño

recompensará

la

vocalización

de

enunciados

correctos

gramaticalmente, la presencia de nuevas palabras en el vocabulario, la formulación de preguntas y respuestas, etc. y castigará con la desaprobación todas las formas del lenguaje incorrecto, como enunciados agramaticales, palabras obscenas. El problema de esta teoría es que no explica la similitud en el desarrollo del lenguaje de todos los niños, aun presentando todos diferentes historias de refuerzo en el ámbito de lo lingüístico.

5


f. Wallon (Teoría social-emocional). Las influencias afectivas que rodean al niño desde el nacimiento ejercen una acción determinante sobre su evolución mental y en especial sobre el lenguaje. El origen de las funciones simbólicas está en la interacción niño-adulto. Las emociones constituyen las primeras señales comunicativas y la expresión emotiva.

Conclusión Cada teoría de la adquisición del lenguaje centra la atención en un factor determinado. Skinner privilegia la acción del aprendizaje, tanto como moldeamiento por parte de los padres, como por la práctica que el lenguaje requiere;

Piaget,

las

construcciones

de

reglas

que

el

niño

realiza

activamente en contacto con el medio lingüístico… Los seres humanos poseemos una capacidad innata para aprender el lenguaje, pero el desarrollo y formación del lenguaje sólo será posible si existe un entorno social en torno al niño, que le brinde el adecuado input lingüístico para que éste, de modo activo, construya progresivamente su lenguaje.

6


teorías del lenguaje