Page 1

2B E X P R E S O

HERMOSILLO

Viernes 21 de Noviembre de 2008

NOTICIAS DESDE

El saber de mis hijos hará mi grandeza

Especial / EXPRESO

LA UNISON

Fuentes: Periódico Crónica y Wikipedia

Entre las actividades que se efectuaron para la investigación se encuentran: sondeos, entrevistas a profundidad, grupos focales con jóvenes que escuchan los narcocorridos y a grupos musicales que interpretan dicho género, además de análisis etnográfico para contextualizar la historia y costumbres de Sinaloa. “Somos diferentes en la forma de pesar, de hablar, de vestir, de caminar de expresarnos todo es muy diferente”, aseguró Victoria Solorio. En cuanto a las subculturas que existen en Sinaloa, según Solorio Morales a los jóvenes se les categorizan por ejemplo como las buchonas, las cuales son muchachas de cabello largo y planchado, ya sea de color negro, rubio o rojo, que desean tener de pareja a un narcotraficante. También están los narcojuniors (hijos de narcotraficantes). Los narcotenis, narcogorras y narcouñas, son accesorios que al presentar ciertas características, (como pedrería excesiva, en el caso de las narcouñas), hacen pensar a la población de Culiacán que existe una vinculación entre estas personas y el narcotráfico.

Narcos como héroes

Diferencias

¿Cuál es la diferencia entre un motor y un inodoro? En que en el motor tu te sientas para correr, y en el inodoro tu corres para sentarte.

Sobre la diferencia que existe entre corrido y narcocorrido, las jóvenes explicaron que el corrido es uno de los máximos testimonios culturales de México; su nacimiento se efectuó durante la época de la conquista, y es a través de ellos que se contaban las hazañas de los héroes. El corrido tuvo un gran auge en la Revolución Mexicana.

Ana Victoria Solorio Morales y María Consuelo Amparo Martín del Campo.

Despiertan el interés

Especial / EXPRESO

Fue en un carro de la Chrysler, un automóvil 300, se subió Chuy y Mauricio, felices y muy contentos, Como iban a imaginarse que los bajarían ya muertos.

Los que los escriben, tienen información que deben saber, porque no nomás porque sí lo hacen”

Aracely Calderón, estudiante de Derecho

El narcocorrido surge en los años setentas, tiempo en el que se cantaba sobre el contrabando textil. Actualmente el narcocorrido habla precisamente sobre el narcotráfico, y se describe a los narcotraficantes como héroes y ejemplo a seguir. Los instrumentos se aplicaron a sujetos de entre 12 y 28 años, obteniendo como datos importantes que son las personas cuyas edades oscilan entre los 16 y 18 años, quienes presentan una mayor apropiación y gusto por los corridos, ya que se sienten identificados con las letras de las canciones o con las

verano de investigación, sino también la iniciativa que tú tengas para dar a conocer el trabajo, es una forma de agradecerle a la Universidad por todo lo que te apoyaron”, agregó Victoria Solorio. En cuanto a la presentación de la investigación “Uso de narcocorridos como práctica social”, María Amparo enfatizó con entusiasmo que esta ponencia era la más concurrida en los eventos a los que han sido invitadas, además se percataron del interés de jóvenes y adultos por conocer más acerca de este género musical y su influencia en la población mexicana, en específico de Culiacán, Sinaloa. historias de los personajes que en ellas se relatan. Los tres narcocorridos más escuchados por la gente de Culiacán: son “El Z9”, “El Mochomo” y “Chuy y Mauricio”; en cuanto a grupos preferidos se encuentran: Los Canelos de Durango, Los Tucanes de Tijuana y el Grupo Cártel. El lugar en el que los jóvenes suelen escuchar con mayor frecuencia los narcocorridos es en el malecón de Culiacán, aunque también mencionaron los carros, fiestas, “pis-teadas”, y reuniones hechas en casas, comentó María Amparo.

En el asiento de atrás ya la muerte y planeando quedarse con el dinero y decidió asesinarlo, Chuy quedó al lado derecho y Mauricio al otro lado.

Rancho el gila, Sinaloa ya no volverás a verlos, que toquen vida mafiosa el grupo de los Canelos si en vida fuimos alegres, brindemos por los recuerdos.

P

ese a que la investigación es de carácter exploratorio y no hay una conclusión específica, da pie a más temas que se analizarán el próximo año, ya que este trabajo es parte de la investigación de doctorado de la maestra Anajilda Mondaca Cota. Las estudiantes de Comunicación coincidieron en que el tema es de actualidad, y va muy de acuerdo a la realidad que se vive en Sonora y Sinaloa. “Algo de lo que nos percatamos es que allá en Sinaloa han perdido sensibilidad ante estas situaciones, porque todos los días mataban a una persona en una balacera, y ya es normal para ellos”, aseguró María Amparo. La Universidad de Sonora y el Departamento de Psicología y Ciencias de la Comunicación, apoyaron a las estudiantes para realizar el Verano de Investigación Científica, pagando viáticos y cubriendo los costos de los congresos en los que se ha presentando la ponencia. “No es solamente irte al

Fueron 400 libras de mota que habían soltado que jugaban del destino miren cómo les pagaron, le dieron raite al contrario y les pagó con balazos.

Otra tumba en San Ignacio y 2 familias llorando faltan 2 admiradores a Canelos de Durango que en bromas y borracheras Álvaro los ha extrañado.

Especial / EXPRESO

El trabajo

‘EL CUY Y MAURICIO’

¿QUÉ OPINAS DE LOS NARCOCORRIDOS?

Estudiantes de Ciencias de la Comunicación investigaron este fenómeno musical

Por Niria Andrade ¿Escuchar narcocorridos influye en los jóvenes de Culiacán para la producción de sentido e imaginarios colectivos? En lugar de tomar vacaciones largas, Ana Victoria Solorio Morales y María Consuelo Amparo Martín del Campo, ambas estudiantes de quinto semestre de la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación, llevaron a cabo el Verano de la Investigación Científica en la Universidad de Occidente (UDO), en la capital sinaloense, con un tópico controversial y de gran interés. Como parte del programa Delfín (Programa Interinstitucional para el Fortalecimiento de la Investigación y el Posgrado del Pacífico), las jóvenes realizaron una investigación en comunicación sobre el “Uso de narcocorridos como práctica social”, con apoyo de Anajilda Mondaca Cota y asesorías de la también maestra de la UDO, Gloria Cuamea, durante los meses de julio y agosto de este año.

Especial / EXPRESO

Un verano entre narcocorridos

La verdad yo no escucho la música de ese tipo, escucho más el rock y no podría decir nada”

‘EL MOCHOMO’ Con una fina mirada hombre de barba cerrada con un acento de orden así le habla a su plebada Caballero y buen amigo Alfredo Beltrán se llama. Como si fueran mochomos así le sigue su raza Siempre los miro cargados de subida o de bajada Si calienta mucho el sol se encuevan con todo y carga.

Delia Atondo Estudiante de Psicología

Por eso es jefe en la tribu lo tiene bien merecido números para las cuentas la mano para el amigo Caricias para las damas balas pa’ los enemigos. Especial / EXPRESO

◗ Los primeros corridos del siglo XIX contaban historias de héroes al margen de la ley y de tipos armados, los mismos temas de las baladas de cowboys de la frontera de Texas y México ◗ La Revolución Mexicana (1910-1920) dio un nuevo impulso al corrido, cientos de ellos dedicados a Pancho Villa, héroe de la Revolución. Las letras de canciones dedicadas al líder revolucionario se cuentan por centenares ◗ El más famoso de los corridos villistas es “La cucaracha” ◗ En los años cincuenta, Los Alegres de Terán grabaron “Carga blanca”, que es considerado el primer narcocorrido. “Carga Blanca”, habla de dos mexicanos que viajaban a San Antonio con una carga de 10 kilos de cocaína y que terminan mal ◗ Los Tigres del Norte en los años 70 tocaron los primeros acordes de “Contrabando y traición”, tema que los llevó a la fama y fue entonces cuando el género del narcocorrido se hizo más popular ◗ El narcocorrido es un subgénero perteneciente a la música norteña, ya sea en estados del norte de México o por músicos hispanos provenientes de las comunidades latinoamericanas en Estados Unidos ◗ Esta clase de canciones no buscan, generalmente, moralizar el tema del narcotráfico, sino más bien detallar las vivencias típicas en las que se hallan envueltos sus personajes. ◗ Al igual, existen narcocorridos que agregan al narcotraficante virtudes esenciales para el desempeño de sus actividades ilícitas, proyectándolos como hombres de poder, valientes, justos, astutos, temerarios y resueltos. ◗ Los estados mexicanos donde existe y se escucha esta clase de corridos son, principalmente: Michoacán, Sonora, Sinaloa, Nayarit, Nuevo León, Tamaulipas, y Baja California

ANA VICTORIA SOLORIO Y MARÍA CONSUELO AMPARO

Especial / EXPRESO

¿SABÍAS QUE…?

Refleja el orgullo de los narcos; no estoy 100% desacuerdo que existan los narcorridos, porque no existe una regulación por parte del gobierno, la gente los hace, ellos pagan y ahí están” Oyuki Ramírez. Estudiante de Administración Pública

Odio de dos y la mafia a bajadores y bandidos a madrinas del gobierno y a los malagradecidos. Por donde pasa el mochomo queda bien limpio el camino. Se aproxima un 32 junto con un 36 el 7 le dice al 20 quiero que se ponga al 100 lo espero en la 27 Empezando amanecer. Para playas en guerrero Para tequilas Jalisco Pa mujeres Culiacán mi cuna es Badiraguato pa un buen amigo un abrazo y ahí miramos al rato.

Universo Búho - Noviembre 21 de 2008.  

Esfuerzo conjunto del periódico Expreso y la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación de la Universidad de Sonora.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you