a product message image
{' '} {' '}
Limited time offer
SAVE % on your upgrade

Page 1


2


José María Raventós Catalán de nacimiento, colombiano de adop­ ción y publicista de profesión. Su fructífera labor editorial se inició con “1880 – 1980, Un siglo de publicidad Colombiana” e “Historia de la Publicidad Gráfica Colom­ biana”. Luego han venido “100 años de la Publicitat Catalana”; “100 años de Publicidad Española”; “Eficacia Probada”; “Sexo por pa­ labras”; “Mas Sabe el Diablo por Viejo”; “Bue­ no, Bonito y Barato”; “¿De Parte de Quien?”; “100 años de Publicidad Colombiana”; “100 años de la Medicina en Colombia a través de la Comunicación”; “100 años del sector Automotor en Colombia a través de la Comu­ nicación”; “100 años del sector Alimentario en Colombia a través de la Comunicación”; “Los Divertimentos 1, 2, 3 y 4”; “100 años del sector de la Belleza y el Cuidado personal en Colombia a través de la Comunicación”; “Andi, 65años en imágenes publicitarias de sus empresas”; “Las vivencias de José María Raventós, un Tigre en Publicidad”; “100 años del sector Asegurador en Colombia a través de la Comunicación”; “100 años del Sector de la Moda en Colombia a través de la Comunica­ ción”; “100 años del sector de la Construcción en Colombia a través de su Publicidad”; “Uni­ versidades Colombianas”; “Sácales la Leche a las Vacas Sagradas de la Publicidad Colom­ biana”; “100 años del sector del Comercio en Colombia a través de su Publicidad” Y ahora nos presenta “Los Divertimentos” Vol. 5.

3


AGRADECIMIENTOS Ante todo, a los fieles oyentes del programa de Caracol Radio “6 A.m. hoy por hoy de Darío Arizmendi” que durante estos seis últimos años nos han acompañado y gozado con mis divertimentos. Los divertimentos no seguirían al aire si no contase con el apoyo de Darío Arizmendi, con sus contagiosas carcajadas, y el esplén­ dido compañerismo que día a día me brin­ dan, María José Martínez, Erika Fontalvo, Diana Uribe, Gustavo Gómez, Camilo Durán y César Augusto Londoño, integrantes de la mesa de trabajo. También quiero agradecer enormemente el constante y emotivo estímulo de las perso­ nas que en forma permanente me manifies­ tan espontáneamente que, a diario oyen el programa de Darío y que gozan con mis divertimentos. No puedo dejar de mencionar a la gran cantidad de “espontáneos colaboradores” que diariamente nutren de divertimentos mi archivo. Y obviamente, mis fuertes agradecimientos a Caracol Radio, que con su patrocinio permi­ te, que este libro sea realidad. Gracias

4


PRÓLOGO Ya han pasado 6 años, seis emocionan­ tes años desde la primera emisión de mis Divertimentos en el programa “6 A.m. Hoy por Hoy con Darío Arizmendi” por Caracol Radio, con los cuales se cierra todos los días dicho espacio. Algunos de los divertimentos, para deter­ minados lectores, especialmente del sexo femenino, pueden parecer fuertes y picantes en exceso; de antemano les pido disculpas, pero no pretendo ofender sino divertir y así es la vida real: picante y atrevida. ¿De dónde siguen fluyendo los Divertimen­ tos? De la lectura de libros de citas, de las frases contadas por amigos, del aporte diario de los oyentes a través del correo electrónico, de los apuntes oídos en Bares, Restaurantes, Peluquerías, de conversaciones con taxistas; en fin innumerables fuentes; a unos les he podido identificar el autor pero en muchísimos casos el autor es anónimo, por ello ningún divertimento lleva el nombre de su autor, pues la picaresca colombiana ha ido transformando, los propios autores de trayectoria universal. Es muy posible que muchos de los diverti­ mentos que han salido al aire y de los que se recogen en esta obra no tengan un solo pa­ dre sino muchos padres; quizás tú, paciente lector, seas uno de los autores; a ti y a todos ellos, muchas gracias por ayudarme a hacer más amable la vida de los colombianos.

5


® Esta edición: Puma Creatividad 1ª Impresión Abril de 2012 Autor: José María Raventós R. Diseño Gráfico: Beatriz Osuna P. Alexander Piñeros G., Coordinación editorial: Zulma Velandia V. Impresión: Panamericana Formas e Impresos ISBN: ISBN: 978­958­99421­1­6 Queda prohibida la reproducción total o parcial, por cualquier sistema de reproducción, sin la autorización expresa del autor

6


En una boda, todo es arroz; y en un di­ vorcio, todo es paella.

Mensaje a un político el día de su cum­ pleaños: Te felicitamos en el día de tu cumpleaños; por fin has cumplido algo.

Hoy en día los papás le regalan a sus hijos varones una pijama para la noche de bo­ das, para que por lo menos, estrenen algo.

En el sexo es lo mismo que en la guerra, la parte que quiere negociar ya está me­ dio conquistada.

Un reciente estudio determinó que la ubi­ cación exacta del punto G en las mujeres, está en la G final de la palabra shopping.

En las mujeres, en los celos hay más amor propio que verdadero amor.

Todo lo que sabemos del sexo es que el sexo es lo mejor que hay. 7


Las mujeres perdonan a los hombres que sean celosos; pero nunca, que no lo sean.

Saber amar, sólo consiste, a la larga, en saber soportar con grandeza de ánimo las molestias que nos causa la presencia dia­ ria del ser amado.

La mujer exige del hombre ciertas atencio­ nes, y una de las atenciones que exige es que, llegado el caso, le pierda el respeto.

Una mujer nunca odia tanto a un hom­ bre, como para devolverle sus regalos.

Consejo para hombres casados: si tu mu­ jer ya lleva cinco días sin hablarte, haz to­ do lo posible para conservarla; mujeres así ya quedan pocas.

Una mujer a la que su pareja le lleva más de diez años preguntó, como podía sa­ ber si él tiene un orgasmo o un infarto. Fácil, si pone las manos en tus pechos es un orgasmo y si las pone en su pecho, es un infarto. 8


El hombre siente celos si ama, la mujer también, sin amar.

El hombre sólo puede hacer dos cosas du­ raderas con la mujer: o discutir o casarse con ella. Éste es un gran argumento a fa­ vor de la discusión. El matrimonio es como la muerte: pocos llegan a él suficientemente preparados.

A las mujeres les seduce, que se las seduzca.

Hombres y mujeres se casan todos por el mismo motivo; porque ni ellos ni ellas sa­ ben lo que hacen.

Un diplomático es un hombre que recuer­ da la fecha de nacimiento de una mujer, pero olvida la edad que ésta tiene.

En Oriente la mujer no suele ver al hom­ bre antes de casarse. En Colombia sucede lo mismo, pero después del matrimonio. Dios nos envió las mujeres y el demonio las suegras. 9


Un embajador es un hombre muy honra­ do al cual se le manda muy lejos a mentir por el bien de su país.

Los tacones altos fueron inventados por una mujer a la que siempre besaban en la frente.

Una multa es un impuesto por hacer las cosas mal. Un impuesto es una multa por hacer las cosas bien.

Una mujer no comienza a transmitir su edad hasta que comienza a ocultarla.

Te conservarás más joven si tienes una mu­ jer en tu vida, y mucho más si tienes dos.

La última persona que despidieron de la empresa, será la que tenga la culpa de que todo esté yendo mal, hasta que des­ pidan a otra.

Si me juzgan comparándome con mis amigos, verán que no soy tan mal tipo. 10


Es fácil conocer la opinión de una ex es­ posa; uno dice la suya y ella se opondrá automáticamente.

Para las mujeres, el dinero no es todo; también están los cheques, las tarjetas de crédito.

No hay nadie que promueva más la insti­ tución familiar que los bígamos.

Uno de los candidatos a la alcaldía de una importante ciudad dijo a un grupo de personas: “yo conocí la pobreza”, y uno de los presentes le gritó, “y con usted la conoceremos todos”.

Era un príncipe tan feo, que la Cenicien­ ta se fue del baile a las diez y media de la noche.

El cerebro femenino es una máquina asombrosa, se pone en marcha en el mis­ mo instante del nacimiento y sólo detie­ ne su funcionamiento en el momento en que la mujer está hablando. 11


Consejos a una mujer para conquistar a un argentino: ­ Cuando ya estén sentados en el restau­ rante y antes que nada, dígale: “con­ versemos de algo interesante. Cuénta­ me de ti”. ­ Nunca le diga que es miedoso, apoca­ do o indeciso. Si tiene alguno de esos defectos, llámelo precavido, reservado o cerebral. ­ Ni se le ocurra hablarle de los diez no­ vios que usted tuvo en el último año. En cambio, permítale que él le hable de la única novia que tuvo en diez años. ­ Acepte que charle de fútbol, pesca y automovilismo algunas horas (por lo menos, las horas que usted esté disfru­ tando de su compañía). No se olvide de que ellos gozan el gol mucho más que un orgasmo.

Las vacaciones sólo sirven para darnos cuenta de lo prescindibles que somos.

La política es el arte de buscar proble­ mas, encontrarlos, hacer un diagnósti­ co falso y aplicar después los remedios equivocados. 12


¿Por qué es mejor tener un perro que una mujer? - Tu perro no llora - Es legal mantener encadenado a un perro - Los perros no usan tu ropa - El carácter de tu perro es el mismo todo el mes - Tu perro no reprime sus instintos - Todo mundo puede tener un perro bonito - Si tu perro es hermoso, los otros perros no lo odian por eso - Los perros no son maliciosos - Los perros rara vez viven más que tu - Los perros no hablan - Un perro nunca te despierta en la no­ che para preguntarte: “¿Cuando yo muera vas a buscarte otro perro?” - Si un perro tiene bebés, puedes anun­ ciarlos en el periódico y venderlos o re­ galarlos. - Un perro te deja ponerle un collar con púas sin que te llame pervertido. 13


­ A los perros les encanta viajar en la par­ te de atrás del carro ­ Y por último pero ciertamente no me­ nos importante: Si el perro te deja, no viene con la sobadera de llevarse la mi­ tad de tus cosas. Y si todo lo anterior no termina de con­ vencerte, haz una simple prueba final: En­ cierra a tu esposa y a tu perro en el carro por una hora. Después abre la puerta y observa quién está más feliz de verte.

Era tan chiquito que no le cabía ni la menor duda.

Un mal gobierno es como un buen bras­ siere: oprime a los de adentro y engaña a los de afuera.

Amor a primera vista es cuando se en­ cuentran dos personas poco exigentes, pero excepcionalmente ardientes.

Los hombres tienen muchos problemas. Las mujeres sólo dos: lo que hacen y lo que dicen. 14


No es cierto, que la inseminación artifi­ cial se haga con muñecos hinchables.

Para conocer bien a una mujer no basta con casarse con ella. Además, es necesa­ rio divorciarse.

Dios hizo al hombre y descansó. Luego hizo a la mujer, y no descansó ni Dios.

El momento en que una niña se convierte en mujer es cuando aprende a cocinar.

Un diplomático es una persona que te manda al infierno de tal manera que ter­ minas ansiando el viaje.

Todas las mujeres son iguales. Si encuen­ tras una diferente, no es que lo sea, sino que te has enamorado.

Una mujer se diferencia de un secuestra­ dor en que con el secuestrador siempre se puede llegar a algún entendimiento. 15


Semejanzas entre una mujer y una computadora - Siempre hay alguien que tiene una mejor - Se bloquean sin motivo aparente y no hay forma de que prosigan la tarea - Cuando se conectan entre sí, intercam­ bian todo tipo de información, en ge­ neral cosas que no sirven para nada - Nunca se deja de invertir dinero en ellas - Al poco tiempo de tener una en casa, ya quieres tener otra mejor - No hay quien las entienda del todo - Siempre está latente el miedo de que el mundo sea dominado por ellas - Se tarda más en ponerlas a punto para que funcionen, que en disfrutarlas - En ciertos períodos dejan de funcionar, y uno nunca sabe calcular cuándo eso va a ocurrir - Vienen provistas de memoria - Se bloquean y no hay quien las haga cambiar de actitud. - No hay quien las entienda cuando ha­ cen cosas que no tienen lógica. 16


­ Ninguna de las dos son capaces de pensar por su cuenta. ­ Ambas tienen una ranura para introdu­ cir algo que las hace funcionar. ­ El computador tiene placa madre y las mujeres instinto maternal. ­ Tardas mucho más tiempo en ponerla a punto que en disfrutarla.

Errar es humano. No darse cuenta del error, es femenino.

Para ascender a una mujer constrúyele la cocina en el segundo piso.

Antes sufría de amnesia, ahora no me acuerdo. ¿Qué diferencia hay entre el pecho femeni­ no de una mujer de veinte y el de una mu­ jer de cuarenta? La distancia al ombligo.

Una mujer para equivocarse la mayor cantidad de veces en un día, se levanta más temprano. 17


Las mujeres sólo buscan hombres ama­ bles, cariñosos y comprensivos. Pero sólo los buscan entre hombres millonarios.

Bobita, es aquella prepago escultural, que para contar uno más uno, se tiene que quitar el brassiere.

Si la selección argentina y la brasileña em­ patan cero a cero un partido de fútbol, el comentario de un periodista deportivo ar­ gentino sería “Brasil cero goles, ¡Argenti­ na, cero golazos!”.

Las mujeres tienen tanta facilidad para los idiomas, porque las instrucciones de las lavadoras vienen en varios idiomas.

Las mujeres cierran los ojos al hacer el amor porque no les gusta ver cómo dis­ frutamos los hombres.

En Irak, Libia, Irán y países similares, antes las mujeres caminaban dos metros detrás de sus maridos; hoy lo hacen dos metros adelante; la razón: los campos minados. 18


Frases que hicieron historia ­ Hasta mañana, si yo quiero. (Dios) ­ Yo empecé comiéndome las uñas (La Venus de Milo) ­ Yo no nací para ser el primero. (Juan Pablo II) ­ ¡Me las pagarás! (Fondo Monetario Internacional) ­ Todos mis hijos tienen apellido distinto. (Carlos Distinto) ­ Tengo el corazón de piedra. (Una estatua) ­ No al paro. (Un cardíaco) ­ Tengo un nudo en la garganta. (Un ahorcado) Para entretener a una mujer durante un buen rato dale una hoja que en las dos caras diga: “Dale la vuelta”.

El libro de religión favorito entre los ca­ níbales del Amazonas es “1000 maneras de servir a tu prójimo”. 19


¿Qué pasó ayer de 6 a 7 de la tarde? Una hora. Lo citaron a la DIAN y pidió consejo a una abogada amiga, sobre con qué tipo de ropa presentarse; aparentar estar en la olla, o ser muy rico; su respuesta fue: es la misma duda que tienen las mujeres so­ bre qué ropa interior usar en la noche de bodas: tipo monja o súper sexi; en am­ bos casos, el tipo de ropa no importa, de cualquier forma te van a clavar.

A la única suegra a quien quiero de ver­ dad es a la suegra de mi mujer.

Era una señora tan gorda, que cuando se pesaba, la balanza marcaba: “Conti­ nuará…”. Es malo para nosotros los hombres, que en general, tarde o temprano, las mujeres acaben comportándose como sus madres. Ningún hombre sabe lo que vale una mu­ jer, pero sí sabe lo que le cuesta.

Se habla de permitir a los sacerdotes ca­ tólicos que se casen, pero no se les ha preguntado a ellos, si quieren. 20


Modestia es reconocer que uno es perfec­ to, y no decírselo a nadie.

Una chica comentaba que ella no era sexualmente activa, pues nunca se movía cuando hacía el amor.

Me cago en el congreso (una paloma).

Una pareja mayor de 60 años, comenta­ ba con satisfacción que hacen el amor 4 veces por semana; él los martes y jueves y ella los lunes y miércoles.

Divorciarse porque no se quiere a una mujer, es tan tonto como casarse porque se la quiere.

En general, unos se casan por la iglesia y otros por bobos.

Un marido empezó a sospechar que su mujer lo engañaba, pues, llevaba dos me­ ses sin pedirle nada. 21


Una mujer no es lo que vale, es lo que cuesta. Lo maravilloso de un chiste de doble sentido es que sólo puede tener un sig­ nificado.

Una persona diplomática es la que piensa dos veces, antes de no decir nada.

Nunca seré un hombre viejo. Para mí, la vejez siempre está quince años por enci­ ma de mi edad.

El problema de la mujer siempre ha sido un problema de hombres.

El matrimonio es una tragedia en dos actos: religioso y civil.

Los huracanes son como las mujeres: apa­ rentemente ambos están tranquilos, se enfurecen y se llevan consigo casa, carro, muebles, muchachitos y todo lo que en­ cuentran a su paso. 22


Las manos artificiales escriben con faltas de ortopedia. ¿Papá, por qué te casaste con mamá? Por ti mija, por ti. Dicho costeño: No dejes para mañana lo que puedas hacer pasado mañana.

La deshonró su novio y tuvo que casarse. Deshonró a su esposo y tuvo que divor­ ciarse. Si quieres que tu mujer escuche lo que dices, díselo a otra mujer.

Es preferible gozar con el cuerpo que go­ zar con el pensamiento.

Para las mujeres, el calentamiento glo­ bal, es como una menopausia colectiva.

Cuando una mujer le ofrece ensalada de frutas a su pareja, está perfeccionando el pecado original. 23


Qué habría sucedido si, en vez de ser Reyes Magos, hubiesen sido “Reinas Magas”. Inmediatamente después de partir, comentarían: ­ ¿Te fijaste en las sandalias de María? No pegaban nada con la túnica ­ Dicen que José está sin trabajo. ­ El burro está en las últimas ­ ¿Cómo pueden vivir con esos animales en casa? ­ Me pregunto si me devolverán el “tap­ per” que les llevé con el pastel. ­ ¿Virgen? ¡No me hagas reír!; si la co­ nozco desde la universidad. ­ El niño no se parece en nada a José.

¿Cómo se puede elegir a una mujer tonta entre cien?, al azar.

Ninguna mujer valora al hombre que tie­ ne, hasta que no tiene un hombre que la mantenga.

Sweter es la prenda que se pone el mari­ do cuando la esposa tiene frio. 24


Lo dicen las mujeres después de hacer el amor ­ Celosa: júrame que no estabas pensando en otra. ­ La exigente: no nos vamos de aquí hasta que no descubra lo que es un orgasmo. ­ La muchacha de servicio en la costa: usted lo hace igualito que su hijo.

La mayor tristeza para las mujeres es ver que todas sus amigas se han divorciado y ellas todavía no se han casado.

Si un día tú pareja te es infiel, y estás pen­ sando tirarte por el balcón, recuerda: te pusieron cuernos, no alas.

Consejo a mujeres: no gasten su dinero en ropa costosa, mejor háganse la cirugía estética que están pensando.

Los hombres se casan buscando un nido y encuentran una jaula. 25


La única vez que un matrimonio tuvo un orgasmo simultaneo, fue cuando el juez firmó el acta de su divorcio.

Las horas que duermen los bebés, son inversamente proporcionales a las cosas que tengan para hacer sus padres.

Las chicas tardan tanto en un semáforo, porque están esperando su color favorito.

Estando Adán en el paraíso sólo y abu­ rrido, buscó a Dios y le pidió una com­ pañera. Dios le respondió que no había problema pero que le iba a costar un ojo, una pierna, un pulmón, las dos manos y un testículo. Adán se quedó pensativo y le contestó: ­Y por una costilla ¿qué me darías? El matrimonio, es como una película de terror: toca esperar el final para descu­ brir quién es el malo.

El hombre descubrió el vidrio e inventó la botella. La mujer descubrió el vidrio e in­ ventó el espejo. 26


El hombre descubrió la palabra e inven­ tó la conversación. La mujer descubrió la conversación e inventó el chismorreo.

Un hombre no sabe qué clase de esposa no quiere, hasta que se casa con ella.

Las mujeres pueden hacer felices a los hombres, quedándose solteras.

El hombre descubrió el dinero e inventó el comercio. La mujer descubrió el comercio e inventó la tarjeta de crédito.

¿Cuáles son las tres enemigas del hom­ bre? Las solteras, las casadas y las viudas.

El hombre descubrió a la mujer e inventó el amor. La mujer descubrió el amor e in­ ventó el matrimonio.

Se sabe cuando una mujer dirá algo inte­ ligente, porque comienza la frase dicien­ do: “Escuché a un hombre decir…” 27


Se dice lengua materna y no paterna por­ que, desde chicas, las que hablan siempre son las mujeres.

Al resucitar, Jesús se mostró a las mujeres antes que a los hombres para que la noti­ cia se difundiera más rápido.

Para un hombre no hay nada más terri­ ble que prometerle a una mujer que no le hará nada. Y que, efectivamente, no le haga nada.

El lenguaje del sexo está en los ojos.

Las mujeres no saben escribir el número 11, porque no saben que 1 va primero.

Cuando una mujer frente a un espejo tie­ ne los ojos cerrados es porque quiere ver cómo luce cuando duerme.

La necesidad de amar es parte de la natu­ raleza de la mujer. 28


Frases de programadores: - ¡Qué raro! - ¡Antes funcionaba! - Hay sólo una cosita que arreglar - ¿Cómo ha pasado esto? - ¡Tiene que ser un fallo de hardware! - ¡Seguro que habéis tocado algo! - ¡Pero si no he cambiado nada en esta subrutina! - Sí, claro, va a estar para ese día. - ¡Tenemos que encontrar alguna versión antigua! - Aparte de que no funciona, ¿Qué te parece? - ¡Es solo un asunto estético! - ¡Casi he terminado! - Como no, sólo me falta incorporar los últimos cambios. - ¡Vamos con retraso! - Tengo algunos problemas con el espa­ cio de memoria. - Tengo problemas con demoras. 29


Lo costoso para los hombres solteros es desnudar a una mujer; Para los maridos, es vestirlas.

Un hombre para casarse con una mujer guapa, rica, inteligente y sensible, tiene que casarse cuatro veces.

Cuando un hombre le dice a una mujer que la ama, ella, por poco sólidas que le parezcan las bases de este sentimiento, sin razonarlo, se siente impulsada a to­ marlo por verdadero, lo cree siempre.

Diez mandamientos tecnológicos: ­ El primero. Amarás al DOS sobre todas las cosas. ­ El segundo. No usarás FORMAT C en vano. ­ El tercero. Santificarás al Windows. ­ El cuarto. Honrarás a Bill Gates y a Microsoft. ­ El quinto. No formatearás. 30


­ El sexto. No usarás el OS/2 ni cometerás otros actos impuros. ­ El séptimo. No codiciarás el modem ajeno. ­ El octavo. No copiarás. ­ El noveno. No usarás los programas ajenos. ­ El décimo. No desearás el computador del prójimo. Que la fat del Dos esté eternamente con vosotros y con vuestro disco duro. Demos gracias al DOS. Hay un secreto para vivir feliz con la pare­ ja: no pretender modificarla.La diferencia entre una mujer y un computador es que al computador no es necesario decirle una cosa dos veces.

Una mujer le pregunta a una amiga: ­¿Cuál es tu autor preferido? –Mi aman­ te. ­¿Qué ha escrito? –Cheques.

Lo único que hace falta para que los hombres descubran el amor, es tener cer­ 31


ca a una mujer; y lo único que hace falta para que este amor se acabe, es seguir teniéndola cerca.

Uno de los asesores de Gadafi, antes de su muerte reunió a las ocho dobles del presidente de Libia y les dijo: señores, tengo dos noticias para ustedes, una bue­ na y la otra mala. La buena es que Gadafi sobrevivió a los bombardeos. La mala, es que perdió un brazo.

Las mujeres son como las decisiones: difí­ ciles de tomar, pero más difíciles de man­ tener.

El hombre siente celos si ama, la mujer los siente, sin amar

Cuando Dios creó a la mujer debería ha­ berla suministrada con las “instrucciones de uso”.

Los maridos de las diez mujeres mejor vestidas nunca aparecen en la lista de los diez hombres mejor vestidos. 32


La mujer escoge muchas veces al hom­ bre que la ha de escoger a ella.

Cuando una mujer sufre en silencio y no critica a nadie, es porque su celular no sirve.

¿Cómo se ven mejor las mujeres? Calladas. Cuando se habla de la liberación de la mujer, el hombre dice sí con la cabeza y no con el corazón.

La acusación, es el modo habitual de de­ fenderse de las mujeres, cuando se han equivocado. Iba una mujer por la calle cuando de re­ pente un ladrón la apunta con el arma: ­ Esto es un asalto, ¡Dame tu teléfono celular! ­ Buenos… es el 325 485 65 17

La belleza es, para la mujer, el mejor sustituto de la inteligencia. 33


Lo que dicen las mujeres después de hacer el amor: - La mexicana: “espero que después de esto no me to­ mes por una prostituta” - La sueca: “Un día me gustaría probar de hacerlo con una sola persona” - La rusa: “Lo seguiremos intentando, Boris” - La francesa: “La pasé mejor que con Antoine, pero no tanto como con François y menos que con Pierre” - La japonesa: “¿No se inventó algún aparato que mejore tu desempeño? - La árabe: “¿Ya te vas? ¿Si sólo lo hicimos cinco veces?” - La argentina: “Lo que pasó esta noche lo voy a anali­ zar en la próxima sesión de terapia” - La española: “Esto lo hice sólo por ti” - La alemana: “¿Ése era tu Frankfurt?” 34


­ La inglesa: “Al techo le hace falta una mano de pintura” ­ La norteamericana: “Ah, me olvidaba, ¿cómo te llamas?” ­ La colombiana: “Que no se entere nadie”

Se ha descubierto el arte de engañar a los políticos. Se les dice la verdad y nun­ ca la creen.

Quien nunca tuvo una amante no la echa de menos.

Complicar todas las cosas es la más alta prerrogativa de la mujer.

En los celos, hay más amor propio que verdadero amor.

No es bueno que las mujeres hagan co­ sas malas. Y peor es que las hagan y no inviten. 35


En materia de niños, ¿qué chico es más inteligente? ¿El que a los ocho meses ya come sólo, o el que a los seis años toda­ vía sigue chupando pecho?

Lo que la mujer no hace por amor, lo ha­ ce por despecho.

Había un borracho al que le decían: “Ge­ nio”; cada vez que destapaban una bote­ lla, aparecía.

Aviso clasificado: Mujer frígida necesita hombre impotente con fines matrimo­ niales. La gallina es un animal extremadamente peligroso (la lombriz).

Muchas mujeres se conforman con armar un rompecabezas en 6 meses: porque en la caja dice “de 2 a 3 años”.

Para ahogar a una mujer pónle un espejo en el fondo de la piscina. 36


La primera vez en el sexo: ­ En Estados Unidos, la primera vez se da en el asiento trasero del auto del papá, con música de Bárbara Streisand. ­ En la Argentina sucede durante una sesión de terapia grupal de psicoanáli­ sis con música new age. ­ En Francia nunca ocurre la primera vez, porque ninguno de los dos admite que esa es la primera vez. Mientras lo hacen, escuchan a Ives Montand. ­ En México lo hacen en cualquier lugar y sin querer, mientras son atacados por música de mariachis. ­ En Suecia sucede en una clase de edu­ cación sexual, con todas las garantías de profilaxis y con música de película de Bergman. ­ En Alemania, la primera vez se ha­ ce pensando en mejorar la raza, escu­ chando una ópera de Wagner. ­ En Inglaterra, la primera vez transcu­ rre en soledad y con la mano, mientras se escucha a Los Beatles.

Se supo cómo hacen el amor los esqui­ males: con mucho frío. 37


Lo mejor de la leche materna es el embalaje.

La única profundidad interesante que se puede descubrir en una mujer es la del escote.

Hay más mujeres que hombres porque siempre hay más para limpiar que para pensar. Cuando el hombre piensa en hacer el amor en otra posición, está hablando de la ubicación del televisor

La mejor forma de hacer fracasar los pla­ nes de un gobierno es seguir al pie de la letra todo lo que ellos plantean como so­ luciones.

Las mujeres no pueden ser curas porque no pueden guardar el secreto de la con­ fesión.

Era tan fea que no podía dormir, porque cuando venía el sueño lo espantaba. 38


Definiciones pendejas: - Acaparar: Pedido de Tarzán para que se detenga el autobús. - Altozano: Jugador de básquet con buena salud. - Alud: Exclamación de un leporino fren­ te a un estornudo. - Anacrónica: La historia de Ana. - Andanada: persona impedida de ca­ minar. - Angosto: El mes anterior a septiembre. - Anómalo: Hemorroides. - Antecámara: Presentarse en un pro­ grama de televisión. - Antípodas: Ecologista defensor de los árboles. - Asechanza: Persona que se dedica a bromear. - Becerro: Observar una loma o colina. - Benceno: Panorama que ven los bebés cuando maman. - Bermudas: Mirar a las mujeres que no hablan. 39


- Báculo: Acción de sentarse. - Bastilla: Gragea o comprimido turco. - Bengala: Forma de llamar a una fran­ cesa. - Cabecilla: Que aún entra una silla más en la mesa. - Candado: Acto de desprenderse de un perro. - Dádiva: Regalo dado por una estrella de cine. - Decapita: vestimenta con la que anda­ ba Súperman cuando era niño. - Decimal: Pedirle a un argentino que hable incorrectamente. - Despecho: Orden de amamantar. - Diademas: 29 de febrero. - Dilemas: Síguele hablando. - Diógenes: La embarazó. - Elección: Lo que expelimenta un olien­ tal al vel una película polno. - Endoscopio: Cantidad de exámenes en los que me copio. 40


­ Polinesia: Mujer policía que no entien­ de razones. ­ República: Prostituta sumamente co­ nocida. ­ Sorprendida: Monja apresada. ­ Talento: Que va despacio. ­ Telepatía: Televisor para regalarle a la hermana de mi mamá. ­ Vacante: Se dice de la gorda que deci­ dió adelgazar. ­ Valentón: Algo que anda demasiado despacio. ­ Xenofobia: Aversión a los pechos fe­ meninos. ­ Zaragoza: Buen orgasmo de Zara.

Un puritano es el hombre que sólo saca la lengua para humedecer las estampillas de correo.

¿Qué hace una mujer después de esta­ cionar el automóvil? Sacar los papeles del seguro. 41


Henry Ford muere y llega al cielo. Se encuentra con Dios y le dice: ­ Señor, cuando inventaste a la mujer, ¿en qué pensabas? - ¿Qué quieres decir con eso? ­ Bueno, señor, hay grandes problemas en el proyecto de tu invención: No existe ningún modelo económico Hace mucho ruido cuando se calienta El mantenimiento es extremadamente costoso Necesita constantemente de pintura Tiene que parar 5 días de cada 28 Antes de la mitad de su vida se le caen las defensas delanteras y traseras. Y estos son sólo algunos de los problemas. Dios, después de pensar, le responde: “Puede ser que mi proyecto tenga problemas, pero en este preciso momento, hay más hombres montados en mi invento que en el tuyo”.

Más confundido que Adán en el Día de la Madre. 42


El mejor nombre para un argentino es nadie, por aquello de que: “Nadie es perfecto”. No importa cuántas veces un hombre casado cambie de trabajo, siempre sigue con la misma jefa.

¿Cómo puede una mujer perder el 90% de su inteligencia? Enviudando o divor­ ciándose.

¿Qué sale de cruzar una mujer con una nevera? Una pareja estable.

El drama de convivir con una mujer ­ Si trabajas demasiado, no tienes tiem­ po para ella. ­ Si trabajas poco, eres un vago y un inútil. ­ Si ella tiene un trabajo aburrido y re­ petitivo con un sueldo bajo, es explo­ tación ­ Si tienes un trabajo aburrido y repeti­ tivo con un sueldo bajo, te considera mediocre y te exige buscar algo mejor. 43


- Si un hombre asciende en la empresa antes que una mujer, es favoritismo. - Si es ella la que asciende, es igualdad de oportunidades. - Si le dices lo linda que está, es acoso sexual. - Si no se lo dices, considera que es la tí­ pica indiferencia machista. - Si tomas una decisión sin consultarla, es machismo. - Si ella toma una decisión sin consultar­ te, es una mujer liberada. - Si le pides que haga algo que no quie­ re, es dominación. - Si ella te lo pide, es un favor y debes hacerlo. - Si sabes apreciar sus curvas y el encanto de su ropa interior, eres un pervertido. - Si no te das cuenta de ello, eres un maricón. - Si intentas cuidarte eres un vanidoso. - Si no te cuidas, eres un descuidado. - Si quieres hacer el amor, te dice que no piensas en más que en el sexo. 44


­ Si estás destrozado después de un mal día en el trabajo y no estás con ganas, es porque ya no la quieres más o tienes otra.

Una esposa ya mayor se parece a una ba­ ta vieja que ambas están arrugadas, no te quieres deshacer de ellas y no puedes creer que te hayan calentado alguna vez.

Una mujer tiene dos neuronas cuando está embarazada de una nena.

¿Cuál es el libro preferido de las mujeres? El libro de quejas.

¿Cómo se nota que una mujer quiere mucho a su pareja? Cuando hace el amor y le cobra la mitad de lo que le cobra a los demás.

¿Cuál es la diferencia entre un pesimista y un optimista? Un pesimista es un hom­ bre que piensa que una mujer no podrá meter su auto en ese lugar tan pequeño. Un optimista es un hombre que piensa que no intentará hacerlo. 45


Es fácil ser humorista cuando tienes a to­ do el gobierno trabajando para ti.

Las mujeres llaman arrepentimiento al re­ cuerdo de sus faltas, pero sobre todo al sentimiento de no poder cometerlas de nuevo. Los perros llevan el hueso en la boca por­ que no tienen bolsillos.

Muchos argentinos prefieren no casar­ se porque dicen que jamás encontrarán una mujer que los ame tanto como ellos se aman.

Era tan alcohólico el hombre, que se hi­ zo un análisis de sangre y le dió Scotch positivo.

¿Cómo le dicen a una chica fácil? Gripe; porque si te agarra te lleva a la cama.

Era un niño tan feo que cuando nació, el doctor le dio la nalgada a la mamá. 46


Era una familia tan numerosa que cuan­ do llegaba el papá, los hijos escondían a la mamá. Nunca se pierden los años que se quita una mujer, siempre van a parar a cual­ quiera de sus amigas.

Para los hombres el matrimonio es un proceso químico por el cual se transforma media naranja en medio limón.

A los gallegos se los reconoce en una or­ gía porque son los que están haciendo el amor con su esposa.

Un hombre divorciado que se vuelve a ca­ sar, no merecía haberse divorciado.

Una mujer cuando le dicen que el 90% de las accidentes ocurren en casa se di­ vorcia y se muda.

Una pareja sin sexo, no pasa de ser una simple amistad. 47


Vivimos bombardeados con malas noti­ cias, tenemos que cambiar y transmitir buenas noticias. Un ejemplo, la secretaria a su jefe: comprobado jefe, usted no es estéril.

Muchas mujeres toman la leche en la tienda o el supermercado, porque en los empaques dice “abrir aquí”.

Los hombres piensan que dejan de te­ ner sexo, por que envejecen, y la realidad es, que envejecen cuando dejan de tener sexo.

La persona que siempre nos ha gustado y hemos deseado, se quedará libre, justo cuando nos hayamos resignado a la pare­ ja que ya tenemos.

El matrimonio son dos personas del sexo opuesto subiendo y bajando alternada­ mente la tapa del inodoro.

Pornografía es todo aquello que excita a los moralistas. 48


Odio a la persona que me lleva a lugares oscuros y callejones sin salida, a bares y discotecas de mala muerte; que me com­ pra, me vende, me toca, me enciende, y luego cuando ha obtenido todo de mí; me arroja a la calle. Firmado, un cigarrillo.

La diferencia entre la masturbación fe­ menina y la masculina, es que la femeni­ na es digital y la masculina es manual.

La enfermedad de transmisión sexual más común entre las mujeres casadas, es el dolor de cabeza.

Antes les enseñaban a las chicas, que el mejor camino para conquistar a un hom­ bre, empezaba en el estómago, ahora encontraron otro mucho mejor.

En el matrimonio, los primeros meses son difíciles, después son terribles.

Los hombres tenemos más problemas que las mujeres. En primer lugar, a ellas no les toca aguantarse a las mujeres. 49


Diálogos de técnicos de servicio de cómputo y clientas Caso 1 - Técnico de Servicio: ¿Qué computadora tiene? - Mujer: Una blanca - Técnico de Servicio: (Silencio) Caso 2 - Mujer: ¡Hola! No puedo sacar el dis­ quete de la disquetera. - Técnico de Servicio: ¿Ha intentado apretar el botón? - Mujer: Sí, claro, está como pegado... - Técnico de Servicio: Eso no suena bien, tomaré nota. - Mujer: No...No... Espera.... No había metido el disquete... está todavía en la mesa..., gracias. Caso 3 - Técnico de Servicio: Haga clic sobre el ícono de ‘Mi PC’, a la izquierda de la pantalla. - Mujer: ¿Su izquierda o mi izquierda? Caso 4 - Técnico de Servicio: Buenos días, ¿en qué puedo ayudarle? - Mujer: Hola, no puedo imprimir. - Técnico de Servicio: Por favor dé clic en ‘Inicio’ y... - Mujer: Escuche, no empiece con tec­ nicismos, no soy experta en computa­ doras. 50


Caso 5 - Mujer: Hola, buenas tardes, no puedo imprimir, cada vez que lo intento dice ‘No se encuentra impresora’. He toma­ do incluso la impresora, la he colocado en frente del monitor pero la computa­ dora todavía dice que no la puede en­ contrar. - Técnico de Servicio: (guarda silencio) Caso 6 - Mujer: Tengo problemas para imprimir en rojo. - Técnico de Servicio: ¿Tiene una impre­ sora a color? - Mujer: No, la mía es blanca. Caso 7 - Mujer: No puedo conectarme a Inter­ net, aparece error de clave. - Técnico de Servicio: ¿Está segura de que está utilizando el password co­ rrecto? - Mujer: Sí, estoy segura, vi a mi esposo escribirlo. - Técnico de Servicio: ¿Me puede decir cuál era el password? - Mujer: 5 asteriscos Caso 8 - Técnico de Servicio: Ahora, pulse F8... - Mujer: No funciona. - Técnico de Servicio: ¿Qué hizo exacta­ mente? - Mujer: Presionar la “F” 8 veces como me dijiste, pero no ocurre nada. 51


Caso 9 - Mujer: Mi teclado no quiere funcionar. - Técnico de Servicio: ¿Está segura de que está conectado? - Mujer: No lo sé. No alcanzo la parte de atrás... - Técnico de Servicio: Tome el teclado y dé diez pasos hacia atrás. - Mujer: OK. - Técnico de Servicio: ¿El teclado sigue con usted? - Mujer: Sí... - Técnico de Servicio: Eso significa que el teclado no está conectado ¿Hay algún otro teclado? - Mujer: Sí, hay otro aquí. Uuuuyyy,... ¡¡¡Este sí funciona!!! Caso 10 - Técnico de Servicio: Tu password es ‘a’ minúscula de andamio, V mayúscula de Víctor, el número 7... - Mujer: ¿7 en mayúscula o minúscula? Caso 11 - Técnico de Servicio: ¿Qué ve en su mo­ nitor ahora mismo? - Mujer: Un osito de peluche que mi no­ vio me compró. Caso 12 - Mujer: No logro encontrar el simbolito para abrir el Word. - Técnico de Servicio: Mire en el escrito­ rio, ¿qué tiene ahí? - Mujer: Muchos papeles y mi bolso. 52


Caso 13 - Mujer: Tengo un grave problema. Un amigo me puso un protector de panta­ lla, pero cada vez que muevo el mouse desaparece....

Las mujeres tienen poderes mágicos, le­ vantan cosas sin siquiera tocarlas.

El hombre es único animal que tropieza dos veces en la misma mujer.

Coherente es el individuo que nunca tuvo otra idea.

Complicar todas las cosas es la más alta prerrogativa de la mujer.

Un político es un acróbata. Guarda el equi­ librio diciendo lo contrario a lo que hace.

La gran diferencia entre el sexo por dine­ ro y el sexo gratuito está en que el sexo gratuito usualmente cuesta más. 53


En el sexo, el viejo no puede hacer lo que el joven; pero lo que hace, lo hace mejor.

Hay por lo menos una cosa en la cual hombres y mujeres están de acuerdo: am­ bos desconfían de las mujeres.

Las mejores cosas sobre libertad se han escrito en la cárcel. Lo que hace poderosa a una mujer es la irresistible fuerza de la debilidad.

El conflicto sexual básico entre hombre y mujer es que los hombres son bomberos. Para los hombres, el sexo es una urgencia que puede solucionarse en dos minutos. Para las mujeres, el sexo es como el fue­ go: les parece excitante, pero se necesi­ tan condiciones muy precisas para que se produzca.

Cuando una mujer que la han saturado de silicona se quita el brassiere, lo prime­ ro que dice, es: ¡qué frío está el suelo! 54


La más degradante actividad humana es seguir a un perro con una bolsita en la ma­ no para recogerle la caca. Si un extrate­ rrestre ve esta escena, ¿cuál de las criatu­ ras cree usted que el extraterrestre pensará que manda en este planeta?

La fantasía del hombre es la mejor arma de conquista de la mujer.

Si dos mujeres cuchichean y paran brus­ camente cuando te acercas, es sin duda que hablan de sexo Y si una de ellas es tu mujer, seguro que hablan de ti.

En el mundo actual, se está invirtiendo cinco veces más en medicamentos para la virilidad masculina y silicona para mu­ jeres, que en la cura del Alzheimer. De aquí a algunos años, tendremos viejas de tetas grandes y viejos con pene duro, pe­ ro ninguno de ellos se acordará para qué sirven.

Un hombre verdaderamente cruel es el que no le dice a su pareja que se ha he­ cho la vasectomía, hasta que ella queda embarazada. 55


A la mujer no se le dice qué se le va a ha­ cer; se le hace y ya.

El matrimonio no es malo, las mujeres son las que lo echan a perder.

Si una mujer te habla, sonríe y no la es­ cuches. La mejor amiga de una mujer es una tar­ jeta de crédito.

El sexo forma parte de la naturaleza. Y yo me llevo de maravilla con la naturaleza.

Cualquier cosa, es una buena idea, hasta que la esposa se la menciona a su madre.

Una mujer no comienza a mostrar su edad hasta que comienza a ocultarla.

Una lesbiana es una mujer que prefiere lo malo conocido, a lo bueno por conocer. 56


¿Cuántas veces se ríe una mujer con un chiste? Tres, una cuando se lo cuentan; otra cuando se lo explican y una semana más tarde, cuando lo entienden.

Las mujeres prometen hacer feliz a un hombre, pero jamás dicen a “cual”, para no comprometerse.

Las buenas ideas nunca se recuerdan y los comentarios idiotas jamás se olvidan.

Para muchas mujeres su estado de ánimo, es directamente proporcional al cupo de la tarjeta de crédito.

¿Cómo saber si una prepago tuvo un or­ gasmo? Porque se le cae la bolsa de pa­ pas fritas. En la mujer, el orgullo, es a menudo el móvil del amor. ¿Dónde estaríamos si Dios no hubiese creado a las mujeres? No se sabe dónde, pero habría una tranquilidad, un silencio. 57


Al hombre le falta paciencia y a la mujer le sobra insistencia.

Todo político es un milagro: porque se convierte en santo y sabio en cada perio­ do electoral.

Las mujeres no pueden evitar confesar su traición a su pareja, para demostrarles que siguen gustando.

Después de los treinta años, la mujer só­ lo se arrepiente de no tener nada de qué arrepentirse.

Dos pueden vivir con el dinero de uno, pero la mitad de tiempo.

El femenino de “sentado viendo televi­ sión” es: “de pie en la cocina”.

¿Dónde estaríamos si Dios no hubiese creado a las mujeres? No se sabe dónde, pero habría una tranquilidad, un silencio. 58


Para que una mujer se quede callada, pregúntale en qué está pensando.

Las mujeres hablan tanto que después de pasar 15 días en la costa vuelven con la lengua quemada por el sol.

A instancias de su mujer, el marido le di­ ce a su hijo de 15 años: “A tu edad, ya es hora de que hablemos de sexo”. “De acuerdo papá, ¿qué quieres saber?”

Una esposa y una piscina se parecen en que su mantenimiento es muy caro y uno poco entra en ella.

La estación climática preferida por las mujeres es el invierno, porque es largo y rígido. ¿Por qué existe el feminismo? Por que de ilusiones también se vive.

El femenino de “hacer la siesta” es: “fre­ gar los platos”. 59


El principal problema de un transexual es ver que su sueldo se disminuye un 30%.

Un soltero feliz le comenta a su mejor amigo: “¡He conocido a una chica increí­ ble!, pero su familia se opone que salga conmigo”. ­¿Quién de su familia?­. “Su marido y sus dos hijos”.

Una mujer deja de querer hacer continua­ mente el amor con su pareja cuando se casa con ella.

¿Por qué las mujeres prefieren a los hom­ bres inteligentes? Porque los polos opues­ tos se atraen.

La mujer hace turismo cuando sale de la cocina. Hitler se suicidó cuando vió la factura del gas ¿Qué diferencia hay entre una mujer y una calculadora? Que en lo que dice la calculadora se puede confiar. 60


En el salón del Automóvil, una chica estu­ penda mira y remira un Ferrari, hasta que el encargado del stand le pregunta: ¿Quiere la lista de nuestros concesionarios? “Preferiría la de sus clientes”.

¿Cómo se llama esa cosa de piel siempre excitante que llevan los hombres en los pantalones y que vuelve locas a las muje­ res? Billetera.

El día antes de Reyes una prostituta le pregunta a otra: “Oye, Lucrecia, ¿tú qué le pides a los Reyes Magos? “Yo, cien mil pesos, como a todos”.

Hillary Clinton le preguntó a su hija Chel­ sea si ha tenido relaciones sexuales con su novio. Después de meditar unos instan­ tes, Chelsea contesta: “según la teoría de papá, no.” La mujer más sexy del mundo es la reina de Inglaterra, porque cuando entra en el parlamento, todos los miembros se le­ vantan. 61


Frases de prepagos ­ Trabajando, me dejo la piel en el pellejo. ­ Hoy hay garrafas de viento. ­ Le dió un simposium de corazón. ­ No son estrellas fugaces, es una lluvia de meteoritos.

¿Cuál es la diferencia entre un funciona­ rio y un parado? El parado antes ha tra­ bajado. Michael Jackson se parecía a un perro dálmata en que era blanco, pero con bo­ litas negras.

Cómo diferenciar entre el “Ay”, “Ahí” y “Hay” ­ Novia: “Ahí suave..., Ahí duele..., Ahí con cuidado...” ­ Amante: “¡¡Ayyyy… sigue !!; Ayyyy… ¡¡qué ricooo !!; ¡¡Ayyyy… no pares!!” ­ Esposa: “¡¡Hay que pintar!! ¡¡Hay que pagar el colegio!! ¡¡Hay que hacer el mercado!! ¡¡Hay que lavar el carro!! 62


MATEMATICA PURA Año 1981 ­ El príncipe Carlos de Inglaterra de casó. ­ El Liverpool fue el campeón de Europa. ­ Falleció el Papa. Año 2005 ­ El príncipe Carlos de Inglaterra se casó. ­ El Liverpool fue el campeón de Europa. ­ Falleció el Papá. Si alguna vez el príncipe Carlos anuncia volver a casarse y el Liverpool se mete en la final de la Champions, que alguien avi­ se inmediatamente al Papa.

En las batallas del sexo siempre les toca perder a los tímidos.

Nada hay tan bueno como las mujeres que no se consiguen.

El sexo no tiene cura, pero es la única me­ dicina para todos los males.

Todas las mujeres llegan a ser como sus madres; ésa es la tragedia. 63


Yo creo en las familias numerosas: to­ do hombre debería tener, al menos, tres mujeres. Ingenua, es aquella mujer, que cree que por haber quedado embarazada en su adolescencia, ya quedó inmune.

Se pueden encontrar mujeres que nunca hayan tenido relaciones sexuales, pero es casi imposible encontrar mujeres que sólo lo hayan hecho una vez.

El matrimonio lo inventó el mismo demonio con ayuda de un comité de suegras. La resistencia de una mujer no es siem­ pre prueba de su virtud, sino más fre­ cuentemente de sus experiencias.

Un país habrá llegado al máximo de su civismo cuando en él se pueda celebrar un partido de fútbol sin árbitro.

La mayor parte de las mujeres prefieren parecer que ser: fieles, jóvenes, vírgenes o amorosas. 64


De gallegos - Entre los farmacéuticos gallegos hubo una ola de suicidios cuando se instaló en España la fábrica Colgate. - ¿Por qué los gallegos van en grupos de 19 a ver películas eróticas? Porque son prohibidas para 18. - Cartel ubicado en un aeropuerto de Galicia: “Por favor, señores pasajeros, no arrojen miguitas de pan en la pista. Los aviones bajan solos”. - ¿Por qué en Galicia no toman leche fresca? Porque no les entra la vaca en la nevera. - ¿Qué hace un gallego de rodillas en un supermercado? Está buscando los pre­ cios más bajos. - ¿Por qué se murieron 300 gallegos en alta mar? Porque se detuvo el barco y todos se bajaron a empujar. - ¿Por qué los gallegos, cuando están aburridos, destrozan sus relojes? Para matar el tiempo. - ¿Qué hace un policía gallego frente a la playa? Está esperando una ola cri­ minal. - ¿Por qué los gallegos le aplican Vick 65


Vaporub a las calles? Para desconges­ tionarlas. ­ ¿Cómo distingues a un gallego en el es­ tadio de fútbol? Porque cuando hacen la ola es el único que lleva salvavidas. ­ ¿Cómo reconoces a un gallego en una discoteca? Es el único que trae audí­ fonos. ­ ¿Por qué en los aviones de Galicia han prohibido pasar películas? Porque al terminar la función todos ellos quieren salir de la sala. ­ ¿Por qué un matrimonio de gallegos se divorció? Porque tuvieron gemelos y no sabían de quién era el segundo niño.

Era un país tan pobre que el pájaro na­ cional era la mosca.

Muchas mujeres coquetean con un hom­ bre porque es inofensivo, y se cansan de él por lo mismo, porque es inofensivo.

A mí no me da angustia casarme. La an­ gustia es tener que separarme, por un tiempo, de todas las demás mujeres. 66


El amor de una mujer, es permanente, mientras dura.

Las mujeres hablan siempre de su edad, pero no la dicen jamás.

Una mujer mala no paga las consecuen­ cias, las cobra.

Un jefe que trata con cierto cariño a su subordinado no es realmente un jefe. Es una esposa.

Ella: Ahora que estamos solos, hazme sentir una verdadera mujer Él: Bueno, pa­ ra empezar, lávame la camisa y pláncha­ me los pantalones.

El juguete favorito de los argentinos es el yo­yo.

La diferencia que hay entre una mujer normal y una diosa erótica son doce cer­ vezas. 67


Los hombres sueñan con que su mujer se comporte como una señora en las fiestas, un ama de casa en la cocina y una prosti­ tuta en la cama. Pero, ocurre que gene­ ralmente tienen una señora en la cocina, una prostituta en las fiestas y un ama de casa en la cama.

Una prepago era tan bobita, que ponía azúcar en la almohada, para tener dulces sueños

¿Cómo le dicen a una chica fácil? Tabla del 1, porque resulta demasiado fácil.

Para que una mujer sea algo más que una mujer hay que comprarle unos panties, porque así logra ser mujer y media.

Si será mala la política que cuando a la palabra madre se le agrega política, ter­ mina en suegra.

¿Cómo se comportarían dos neuronas en el cerebro de una mujer? No se sabe, por­ que todavía no se ha dado ese caso. 68


Ninguna mujer se casa por el interés. Sólo les importa el capital.

En el amor, la mejor forma de vencer al enemigo, es acostándose con él.

Es fácil saber si una mujer mintió al de­ clarar sus sentimientos, por lo que viene después que dice: “Te voy a ser sincera”.

Si vas hacer el amor, hazlo bien y no mi­ res con quién. El hombre comienza a perder su po­ tencia sexual, en la misma época que empieza a hablar del tema.

El país con la tierra más estéril es El Vati­ cano, porque en 20 siglos sólo ha dado una cantidad muy pequeña de papas.

Cuando alguien ayuda a un criminal an­ tes de cometer un crimen, lo llamamos cómplice. Si lo ayuda después de haber violado la ley, lo llamamos abogado. 69


En muchos Congresos del mundo, cada vez que hacen un chiste es una ley, y cada vez que hacen una ley es un chiste.

Lo que dicen ellas y ellos… Y lo que en realidad quieren decir ­ ¿No te había visto antes? Bonito trase­ ro tienes ­ Quisiera conocerte mejor… Para poder explicar con detalles a mis amigos… ­ Confía en mí. Esto queda entre tú y yo… y mis amigos. ­ Sí, te quiero… ¡Dios mío! ¿Dónde me he metido? ­ Es sólo jugo de naranja, pruébalo. Dos vasos más y tendré sus piernas alrede­ dor de mi cabeza. ­ Creo que podemos ser sólo amigos. ¡Qué fea eres! ­ Quiero hacer el amor. Quiero hacer el amor.

Es mejor ser hombre que mujer, porque hasta el hombre más humilde tiene una mujer a la cual mandar. 70


Las mujeres se parecen a las moscas en que las dos están durante cinco minutos de la mañana frotándose los ojos y el res­ to del día se pasan molestando.

La lucha por la igualdad de los sexos, en la política, ha llevado a cargos públicos a mujeres tan incompetentes como los hombres. Los años son lo único que saben cumplir las mujeres.

La Biblia dice que la mujer fue la última creación de Dios. Debió de ser sábado por la noche. Ya se le notaba la fatiga. Lo que el gallo quiere es cantar; el alba le importa un carajo. .

Lo malo del mundo es que Dios envejeció y el diablo evolucionó.

A las mujeres y a las sopas, para disfrutar­ las a plenitud, hay que mantenerlas ca­ lientes, y no dejarlas enfriar. 71


Entre las palomas y los políticos, es impo­ sible mantener el Congreso limpio.

La cantidad de sueño que necesita una persona promedio es cerca de unos cinco minutos más.

Me pregunto por qué uno siempre pue­ de leer la factura del médico, y nunca su receta.

Todos los hombres tienen una mujer en su corazón; los casados, además, tienen otra en casa.

La boda es la medicina que sana a toda mujer.

La mujer es como la pipa; para gozarla, hay que encenderla constantemente.

Cuando una mujer dice que es virgen: es­ tá chicaneando, se está quejando, o está mintiendo. 72


Aunque las mujeres no las acepten, les encanta oír propuestas de todo tipo.

Era un tipo tan bajo pero tan bajo, que sólo tenía pasiones bajas

La mujer y el diablo no son socios, pero lo parecen.

Hay dos tipos de chicas desesperadas: las que lo piensan mucho y las que ni lo piensan.

Una mujer con pasado, tiene futuro dudoso.

Si te dan un asiento en el medio, tus compañeros de fila serán las dos personas más gordas del avión.

Mucha gente sostiene que el matrimonio acaba con el romance. Estoy de acuerdo: cada vez que tengo un romance, mi es­ posa trata de acabar con él. 73


Aunque todas las mujeres sean iguales, ninguna soporta que se lo digan.

Lo maravilloso de un chiste de doble sentido es que sólo puede tener un significado.

El matrimonio, como los injertos, prende bien o prende mal.

Para lograr que una mujer haga lo que uno quiere hay que pedirle lo opuesto.

El amor es como el orgasmo; se siente sú­ per bien, pero nadie sabe cómo explicarlo.

Las mujeres casi nunca llegan a ser pre­ sidente de un país porque no pueden aguantar un periodo de cuatro años.

El tamaño de la cartera de una mujer, es directamente proporcional al tiempo que gasta buscando el celular dentro de la misma. 74


Si la belleza fuera pecado, muchas muje­ res no tendrían perdón de Dios.

¿Por qué pocas mujeres saben esquiar? Porque en las cocinas no hay nieve.

Un hombre entra en un ascensor con una mujer y quedan atascados. Ella, al ver la situación lo mira y le dice: “¡Hazme mu­ jer!”. Él muy sorprendió, se quita los pan­ talones. La mujer se le acerca y el hombre se los da en la mano y le dice: Plánchalos.

Las mujeres hablan siempre de su edad, pero no la dicen jamás.

La acusación es el modo habitual de de­ fenderse de las mujeres, cuando se han equivocado.

Una buena amante sabe cuándo hacerse la dormida. Peores que las quejas de una esposa, son los reclamos de una ex esposa. 75


Para las mujeres el dinero es como un sexto sentido, sin el cual no puede disfru­ tar de los otros cinco.

La viuda que no tiene consuelo, es pobre o fea. Cuando el celular de tu pareja se queda muchas veces sin batería, lo mejor es que te pongas las pilas.

Equivocarse es humano, y para las muje­ res, cargarle las culpas a su pareja, es to­ davía más humano.

La vanidad de las mujeres, es tal, que por parecer amadas, no les importaría no serlo.

Un comentarista deportivo argentino di­ ce: “Diego Armando Maradona es el me­ jor jugador de fútbol en el mundo. Y en Argentina, uno de los mejores”.

Las mujeres son como las lavadoras, sin polvos no funcionan. 76


Una mujer enferma va a ver a un curan­ dero, ya que los médicos no la curan. Al volver a casa le dice a su marido: “Me ha dicho que la solución está en hacer el amor cada día durante dos meses”. “Es­ tupendo”, le dice su marido, resérvame un par de sábados.

Mujer: conjunto de líneas curvas que generan una línea recta ascendente.

Una mujer termina de estacionar y le dice a su marido: “Mi amor, ¿Quedé muy ale­ jada de la acera?” “¿De cuál de las dos?”

Cuándo una mujer está pensando ladea la cabeza para que sus dos neuronas ha­ gan contacto.

¿Cómo definen el matrimonio la mayo­ ría de los hombres? Un sistema muy caro para que le laven la ropa a uno gratuita­ mente.

Cuando dos gays hacen el amor ¿Quién es el hombre? El más inteligente. 77


Una mujer ya no tan joven vuelve a casa tras pasar el día en el salón de belleza y la peluquería. Le dice a su marido: “¿cómo me ves?” ­ Con tu nuevo peinado, te doy veinti­ cinco años. La piel, la tienes como de veintidós. Y la cara, como de veinte. ­ Ay cariño me halagas. ­ ¡Espera, espera! Qué aún no he hecho la suma. ¿Cuál es la diferencia entre una mujer ca­ sada y un perro? Que después de un año el perro se excita cuando el marido entra a la casa.

A los hombres el matrimonio les quita el placer del sexo porque cuando están a punto de iniciarlo, la esposa se entera y les fastidia el plan.

¿Qué le falta a una mujer para ser perfec­ ta? Todo.

Si una mujer te dice que necesita espacio, ábrele la puerta del jardín. 78


Una conclusión es, cuando te has cansa­ do de pensar. De nada sirve tener ropa cara y de marca, pues lo mejor se disfruta desnudo.

Un hombre que va a cumplir 75 años, le confiesa a su mejor amigo: “el regalo que mas apreciaría, sería una demanda por paternidad”.

Si un hombre llega a casa, tarde en la noche y con tragos, y encuentra una mujer que le da amor, ternura y sexo, ca­ si con plena seguridad, de que se equi­ vocó de casa.

Una buena manera de medir el tamño del favor que te van a pedir es calcularlo por la pausa que transcurre entre el mo­ mento en que dicen “debo pedirte un favor” y el momento en que te dicen de qué se trata.

¿Por qué las mujeres aman a los hom­ bres que llevan prendas de cuero? Porque desprenden el mismo olor que los carros nuevos. 79


Esposa es aquella amiga y compañe­ ra que está siempre a nuestro lado, para ayudarnos a resolver esos grandes proble­ mas, que no tendríamos, si no nos hubié­ semos casado con ella.

El primer síntoma de estar enfermo, se advierte al empezar a parecerse a la foto de la cédula.

Un síntoma de vejez, es pasarse la noche pensando en lo que antes hacía en la noche.

Lo que más gusta a las mujeres son los pequeños detalles de los hombres, tales como un vestidito, un carrito, una joyi­ ta, una finquita de recreo y otras menu­ dencias. Para un hombre, los actos sexuales más caros, son con su esposa, pues le entre­ ga todo el sueldo, y lo hacen cuando ella quiere.

Las mujeres toman tanta agua porque el 90% de sus problemas lo solucionan llo­ rando. 80


El mayor castigo para un bígamo, es te­ ner dos suegras. Salió el Kama Sutra abreviado. El texto dice: “Adentro. Afuera. Repita si es ne­ cesario.”

Horrible es cuando en la playa una ola se lleva a tu esposa, y horrible cuando te la devuelve.

Un niño argentino le dice a su papá: “Pa­ pá cuando sea grande quiero ser como tú”. “¿Por qué, hijo?”. “Para tener un hi­ jo como yo”.

Nada se admira tanto en la política como la mala memoria.

Adoro a la familia de mi mujer, su suegra me cae mejor que la mía.

Estoy enamorado de la misma mujer des­ de hace 40 años; si mi esposa se entera me mata. 81


Cómo los años han cambiado el sentido de las frases y actitudes más comunes de las personas. Ayer Solterona Hoy Profesional independiente Ayer No tengo nada que hacer Hoy Voy al Spa Ayer Hablar tonterías Hoy Expresiones sacadas de contexto Ayer Loco de m…… Hoy Transgresor Ayer La tiendita de “La esquina” Hoy Mini market Ayer Humilde Hoy Perfil bajo Ayer Salir a dar vueltas sin nada que hacer 82


Hoy Ir de shopping Ayer Pan de sal Hoy Baguett Ayer Sin ninguna profesión fija Hoy Asesor Ayer Vendedor Hoy Ejecutivo de cuenta Ayer Peluquero Hoy Asesor Ayer Acomodado política Hoy Fenómeno mediático Ayer Programa lleno de estupideces Hoy Libertad de expresión Ayer Despedido del trabajo Hoy Reestructuración laboral 83


¿Te gusta que te soben? ¿Qué te rocen? ¿Qué te hagan sudar? ¿Adoptar nuevas posturas? ¿Llegar al fondo? Subir…Ba­ jar…entrar…salir…usa el Trasmilenio.

El matrimonio es un puente que conduce al cielo, a través del infierno.

¿Qué hace una chica para matar un pez? Intentar ahogarlo.

Dime con quien sueñas y te diré con quien no haces el amor.

Dos cuerpos no pueden ocupar el mismo espacio al mismo tiempo, salvo que viajen en Trasmilenio.

Una mujer antes del matrimonio es eróti­ ca, después es neurótica.

Peor que una piedra en el zapato, es un granito de arena en el preservativo.

84


Diez definiciones de salario. Salario Canalla: no te ayuda en nada. Sólo te hace sufrir pero no puedes vivir sin él. Salario Cebolla: lo ves, lo agarras, y te pones a llorar. Salario Humor Negro: te ríes, por no llorar. Salario Dietético: con él, comes cada vez menos. Salario del Ateo: ya dudas de su existencia. Salario Menstruación: viene una vez al mes y dura tres días. Salario Tormenta: no sabes cuándo va a venir, ni cuánto va a durar. Salario Teléfono Celular: cada vez, viene más chiquito.

85


DIVERTIMENTOS DE MUJERES Las ventajas de ser mujer ­ Puedes darles besos a tus amigas sin pensar en qué dirán. ­ En el colegio, la culpa siempre es de los chicos. ­ Puedes hacer una maleta grande, total te la lleva él. ­ El autobús siempre se detiene por ti. ­ Con la excusa de la “indisposición” to­ do es permisible. ­ Si estás muy blanca, te puedes maquillar. ­ Con los zapatos de tacón, puedes ser tan alta como quieras. ­ No te importa si tu marido gana más que tú. ­ Si te quieres cruzar de piernas nadie se burlará de ti. ­ Si tienes frío, ¡Le sacas el abrigo a él!

¿Cuánto tiempo tarda un hombre en cambiar el rollo de papel higiénico? No se sabe porque nunca lo ha hecho. 86


Cómo es la ducha de una mujer ­ Se quita la ropa y la guarda en el cesto. ­ Camina hacia el baño con la bata. Si ve a su novio en el camino, mejor se cierra la bata. ­ Se mira en el espejo y se queja de lo gorda que está. ­ Se lava el pelo con champú de coco, dos veces. ­ Grita desesperada porque su novio no apretó el botón del retrete. ­ Se seca con un toallón del tamaño de África. ­ Seca el piso del baño. ­ Vuelve a su habitación y tarda unas dos horas en vestirse.

Cómo es la ducha de un hombre ­ Se quita la ropa y la deja desparramada por la casa ­ Camina hacia el baño desnudo. Si ve a su novia en el camino, se agarra el pe­ ne y hace un sonido de elefante. ­ Se para frente al espejo a ver su físico, comprueba el tamaño de su miembro. 87


­ Se hace un peinado punk. ­ Abre la cortina para mirar en el espe­ jo su peinado punk y moja todo el piso del baño. ­ Deja la llave abierta. ­ Regresa a su habitación con una toa­ lla en la cintura. Si ve a su novia en el camino, vuelve a hacer el ruido de ele­ fante. ­ Arroja la toalla mojada en la cama y se viste en minutos.

Lo que un hombre nunca oirá de una mujer ­ ¿Podríamos pasar a la segunda etapa? ­ Ya terminé de lavar tu coche. ­ Estoy cansada de que seamos sólo amigos. ­ ¿Quieres masajes y una cerveza mien­ tras miras el partido? ­ Amor, he decidido dejar de usar ropa dentro de la casa. ­ Cariño, la hija del vecino está denuda tomando sol otra vez, Ven para que la veas. 88


­ Perdóname. Me equivoqué. ­ Tú siempre tienes la razón. ­ ¿Por qué no sales a tomarte unas copas con tus amigos? ­ Estoy ganando suficiente para los dos, ¿Por qué no te retiras y te dedicas a tu deporte favorito? ­ He pensado que mañana podrías in­ vitar a tus amigotes a una partida de póker. Lo que toda mujer debería saber sobre los hombres ­ Los hombres odian el shopping, por eso los almacenes de ropa masculina siempre están en el primer piso, a dos pasos de la puerta. ­ Si un hombre cocina una ensalada pa­ ra ti y tiene más de un tipo de lechuga, tiene intenciones serias. ­ Cuando tres o más hombres se juntan, hablan sobre deportes.

¿Por qué los hombres no tienen meno­ pausia? Porque nunca salen de la ado­ lescencia. 89


¿Quién entiende a los hombres? ­ Si no te arreglas, eres una descuidada. Si lo haces, es para coquetear con otro. ­ Si ellos ascienden de puesto, es por sus capacidades. Si lo haces tú, es porque te acostaste con tu jefe. ­ Si sales con un chico sin dinero, eres una tonta. Si sales con un millonario, eres una interesada. ­ Si a los 30 no se casan, son solteros co­ diciados. Si tú a los 30 no te has casa­ do, ya se te pasó el arroz. ­ Si tienen una amante, es porque en ca­ sa no tienen lo que necesitan. Si lo tie­ nes tú, ¡Ah, qué rápida! ­ Si están intolerantes, compréndelos, tu­ vieron un mal día. Si estás intolerante, es que estás en “tus días”.

Un elefante le dijo a un hombre desnudo ¿Cómo puedes respirar con esa trompa tan pequeña?

Los hombres operados de vasectomía se llaman sacarinos, porque endulzan pero no engordan. 90


Lo que desean las mujeres de los hombres A los 20 años: - - - -

Que sea guapo Que tenga dinero Que sea atlético y vista con estilo Que sea romántico

A los 30 años: - Que se vea decente, preferentemente con pelo - Que tenga al menos un traje - Que recuerde cumpleaños y aniversarios - Que quiera hacer el amor por lo menos una vez por semana - Que se bañe A los 40 años: - Que no sea demasiado feo (puede ser calvo) - Que use una camisa que le tape la panza - Que recuerde los finales de los chistes - Que no repita el mismo chiste más de cinco veces - Que use ropa interior limpia A los 60 años: - - - - -

Que no asuste a los niños Que recuerde dónde está el baño Que use algo de ropa Que recuerde dónde dejó los dientes Que no ronque muy fuerte 91


El hombre es como un video: avanza, retro­ cede, avanza, retrocede, stop, expulsión.

La forma de conseguir que un hombre haga abdominales es colocándole el con­ trol remoto de la televisión entre los pies.

¿Qué es una parrillada para una mujer? La parrillada es la única comida que el hombre tradicionalmente cocina. Cuando el hombre se propone hacer una, la cade­ na de acontecimientos es la siguiente: ­ La mujer va al supermercado a comprar lo que es necesario ­ La mujer prepara la ensalada, las papas con mayonesa y el postre ­ La mujer prepara la carne, la pone en una fuente con los utensilios necesarios mientras el hombre está sentado junto a la parrilla tomándose una cervecita o un whisky ­ El hombre pone la carne en la parrilla ­ La mujer pone la mesa y prepara la en­ salada ­ La mujer le dice al marido que la carne se está quemando 92


­ El hombre saca la carne de la parrilla ­ La mujer pone los platos en la mesa ­ Después de comer, la mujer trae el postre, levanta la mesa y luego lava los platos ­ El hombre le pregunta a la mujer si es­ tá contenta de “no haber tenido que cocinar” ese día.

Frases que jamás escucharemos de un hombre ­ Tus pechos son demasiado grandes. ­ Hay veces que solo quiero que me abraces. ­ Claro que me fascina usar condón. ­ No hemos ido de compras en siglos, vamos y cargo tu bolsa. ­ Que importa el fútbol; mejor vayamos a casa de tu madre. ­ Amor, voy a la farmacia ¿necesitas tam­ pones? ­ No, tú limpiaste la casa la semana pa­ sada; hoy me toca a mí. ­ Feliz aniversario. 93


­ ¿Sabrá mi guapa vecina que sus per­ sianas están abiertas cada vez que se cambia para acostarse a dormir? Creo que se lo voy a decir. ­ Fantástico, tu madre vendrá a visitar­ nos. ­ Oye, no olvides que hoy es el cumplea­ ños de tu mamá. ­ ¿Estás perdiendo peso, amor?

Lo piensan las mujeres ­ Hombre que mucho se ausenta, pronto deja de hacer falta. ­ Si él no te quiere, tú tienes de sobra quien te quiera. ­ Solteras sí, solas jamás. ­ Si piensas en un “desliz” con algún ex… recuerda que mona repetida no llena álbum (aunque las buenas se pue­ den coleccionar). ­ Si el hombre con el que habías roto de­ cide regresar, dile siempre: “agarra un número y espera al final de la fila”. ­ No olvides que es mejor caer que que­ dar colgando. 94


­ ¿Príncipe azul? No amiga. Es mejor el lobo feroz, que te ve mejor, te oye me­ jor y te come mejor. ­ Mujeres, mientras llega el indicado dis­ frutemos al equivocado. ­ La noche de bodas, el marido dice a su joven esposa: “¡Querida dime que soy el primero!” “¡Naturalmente querido! ¿Por qué todos hacéis la misma pre­ gunta?”. ­ Si los hombres organizaran las bodas pondrían una pantalla gigante, para pasar los mejores goles de su equipo desde que conoció a su novia, hasta hoy.

95


Profile for JMR Comunicaciones

Divertimentos 5  

Una recopilación de distintos divertimentos, para reír un rato

Divertimentos 5  

Una recopilación de distintos divertimentos, para reír un rato

Advertisement