Issuu on Google+

Las Asambleas de Dios del Per煤

Liderazgo III

M贸dulo 1

Departamento Nacional de Iglecrecimiento

El L铆der y la Administraci贸n


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

M贸dulo 1

El L铆der y la Administraci贸n

1

Manual de Liderazgo III

M贸dulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

BIENVENIDA A LA ESCUELA DE LIDERAZGO En nombre de nuestra amada Iglesia Las Asambleas de Dios del Perú, le damos la bienvenida al Liderazgo 3 - Módulo I, “El Líder y la Administración” correspondiente al Recorrido del Nuevo Discípulo, y agradecemos su compromiso en servir al Señor Jesucristo equipándose para ser un canal de bendición en la edificación del Cuerpo de Cristo y la extensión del reino de Dios. Quisiéramos decirle, que cuando usamos la palabra "líder" lo hacemos con respeto y con muchas expectativas, comprendiendo lo importante que para usted, va a ser en el reino de Dios cumpliendo la tarea que El desde ya le ha asignado, el cual estamos seguros que después de lograr su efectivo entrenamiento, su liderazgo será de impacto para toda la vida. Nuestro compromiso al elaborar este módulo de estudio y guía denominado El Líder y la Administración de la Visión es ayudarle a ser un líder eficiente en el ejercicio de su llamado y vocación, así como, capacitarlo en la proyección y logro de sus metas de crecimiento que redundará en beneficio de la Iglesia del Señor. En consecuencia, lo felicitamos por su disponibilidad para ser parte de esta aventura. Que el Señor lo guíe, bendiga y haga de usted una persona de influencia en las vidas y familias que le rodean y que sea para usted una alegría y entera satisfacción servir al Señor en la iglesia local donde Él, le ha puesto. Nos sentimos comprometidos a ayudarlo, a ser el líder que Dios desea.

3

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Indice

1. LECCIÓN 1: EL LÍDER Y SU PERFIL ADMINISTRADOR.

7

2. LECCIÓN 2: EL LÍDER Y SU TIEMPO DE PLANEACIÓN.

11

3. LECCIÓN 3: EL LÍDER Y SU TRABAJO EN EQUIPO.

15

4. LECCIÓN 4: EL LÍDER Y SU TOMA DE DECISIONES.

19

5. LECCIÓN 5: EL LÍDER Y SU TRABAJO DE MONITORÉO.

25

6. LECCIÓN 6: EL LÍDER Y SU LINEA DE BASE.

29

7. LECCIÓN 7: EL LÍDER Y SU ACTITUD PROACTIVA.

31

8.- LECCIÓN 8: EL LÍDER Y SU ESPÍRITU DE SUPERACIÓN

35

5

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Lección 1 El Líder y su perfil Administrador Texto: 1 Corintios 4:1-2 Propósito: Mostrar las cualidades y aptitudes que el líder debe tener para ser un buen administrador de la visión. Objetivos: 1. Entender la importancia de la administración en el ejercicio del liderazgo cristiano. 2. Considerar que la eficacia de nuestro trabajo administrativo dependerá del correcto uso de los recursos que Dios ha dado. 3. Reconocer que la capacidad administrativa que cada líder debe lograr, dependerá de la preparación disciplinada y de su dependencia con Dios. INTRODUCCION. Un problema serio con muchos líderes cristianos es la organización y administración de los recursos que Dios ha dado. Todo discípulo para la cosecha espiritual de este tiempo especial deben ser como las Escrituras lo indican, deben ser organizar y movilizar adecuadamente. Y para lograr esta dinámica de organizar y movilizar el líder debe estar preparado a fin de dar uso adecuado a los diferentes recursos que Dios ha otorgado al grupo, a fin de que cada uno aporte de manera efectiva y productiva en la realización de la visión. I. LA DEFINICIÓN DE ADMINISTRACIÓN A. Etimología. La palabra administración viene de “administrar” que tiene su origen en el latín “administrare” compuesta por la preposición “ad” = a, y “ministrare” = servir resultando el significado “servir a”. Así mismo, la raíz de la palabra “ministrare” es “minus”, que significa “menos”. B. Definición. Un líder administrador es el que sirve a los demás y en su calidad de servidor se convierte en la persona clave en el desarrollo del trabajo de la iglesia. El término “administración” es sinónimo del término “economía” que proviene del griego “oikonomía” y significa “cuidado, manejo o atención a la casa, familia y bienes”. En este sentido es igual a decir, “economía” o “mayordomía”. En la Biblia tenemos (Luc. 16:2) un ejemplo: “Entonces le dijo ¿Qué es esto que oigo a cerca de tí? Da cuenta de tu “oikonomía” (mayordomía) (á?ðïä ì ïò ôïíÌ ëïãì ïí ôç?ò ïé?êïíïìéá ì ò óïõ? ïõ?ãáñ Ì äõíì ç??ôé ïé?êïíïìåé?í) porque ya no podrás ser “oikonomein” (mayordomo). A veces el mayordomo era un esclavo, como el caso de José en la casa de Potifar (Gén. 39: 4-10).De manera que los tres vocablos: ecónomos, mayordomo y administrador son sinónimos y describen en distintas formas al siervo encargado de cuidar y administrar los bienes y recursos de la casa de su amo. En conclusión podemos decir que los líderes administradores son responsables sobre algo que se le ha confiado. 1 Corintios 4:12 II. LOS RECURSOS DADOS PARA ADMINISTRAR Todos los creyentes son mayordomos de los recursos espirituales dados por Dios. Los líderes son mayordomos fieles en usar estos recursos: . 7

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento A. El Evangelio. Es uno de los recursos más importantes dados por Dios, para transformar al hombre y al mundo. “Me esforcé a predicar el evangelio…..” (Romanos 15:20) B. Dinero. Es otro recurso útil y necesario de saber manejar como mayordomo en la casa y en la iglesia. Cada creyente es mayordomo de sus finanzas personales, pero los líderes que controlan el dinero de una iglesia son mayordomos de estos fondos. Proverbios 3:9-10 C. Recursos materiales del ministerio. Éstos incluyen cosas como los edificios de la iglesia, propiedades, y equipos. “Y desempeñen el encargo de él, y el encargo de toda la congregación delante del tabernáculo de reunión para servir en el ministerio del tabernáculo; y guarden todos los utensilios del tabernáculo de reunión, y todo lo encargado a ellos por los hijos de Israel, y ministren en el servicio del tabernáculo” Números 3:7-8. D. Dones Espirituales. Cada creyente tiene por lo menos un don espiritual por lo cual él es responsable como un mayordomo. Un líder también es responsable para ayudar a otros a desarrollar sus dones espirituales. 1 Pedro 4:10. E. Las personas. Otro activo que tenemos como mayordomos son las personas que Dios nos ha delegado para ministrarles. Si usted es un líder, usted es responsable por otras personas. Usted debe ayudarles a madurar espiritualmente y a involucrarlo en la obra del ministerio. Dios usa las personas, no los programas, para construir Su Reino. La administración involucra conseguir que las cosas sean hechas para Dios a través de otras personas. Nehemías 4:6 “Edificamos, pues, el muro, y toda la muralla fue terminada hasta la mitad de su altura, porque el pueblo tuvo ánimo para trabajar.” III. LA INTEGRIDAD DEL ADMINISTRADOR. (1Co. 4:2) A. La Fidelidad. El requisito principal y clave de un gran mayordomo es que sea hallado fiel en su función de administrador. Bueno es la educación, la habilidad y otros elementos, pero lo más importante es la lealtad. “…lo que se requiere de los mayordomos es que cada uno sea hallado fiel” Vemos otra parábola en Mateo 25:14-30, que nos relata sobre la fidelidad de los mayordomos. El amo les dio “talentos”, dinero. Ellos recibieron instrucciones para ejercer una buena gestión de mayordomos y usar los fondos sabiamente. B. El ejemplo. El mayor ejemplo de administrador es el Señor Jesucristo. Él es el modelo para todos los líderes cristianos. El desarrolló, su ministerio en esta tierra liderando como siervo. Todos los principios enseñados en los evangelios son demostrados en lo que Jesús hizo y enseñó. Hechos 1:1 IV. ENFOQUE DEL ADMINISTRADOR. Éxodo 18:20 “Y enseña a ellos las ordenanzas y las leyes, y muéstrales el camino por donde deben andar, y lo que han de hacer. Además escoge tú de entre todo el pueblo varones de virtud, temerosos de Dios, varones de verdad, que aborrezcan la avaricia; y ponlos sobre el pueblo por jefes de millares, de centenas, de cincuenta y de diez. Ellos juzgarán al pueblo en todo tiempo; y todo asunto grave lo traerán a ti, y ellos juzgarán todo asunto pequeño. Así aliviarás la carga de sobre ti, y la llevarán ellos contigo”. El liderazgo administrador es llevar a otros, a lograr grandes cosas para Dios. La dirección incluye las siguientes áreas que todo líder debe conocer y saber aplicar:

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

8


Departamento Nacional de Iglecrecimiento A. Reconocer la importancia de la unción para liderar: Unción de Dios para administrar es más importante que educación, talentos, y experiencia. Salmo 92:10, Lucas 4:18. B. Cumplir las calificaciones bíblicas para el liderazgo: La administración del ministerio empieza con la administración de sí mismo. 1 Samuel 2:35. C. Aprender a liderar como un siervo: la administración bíblica no es relaciones públicas vistosas o una personalidad carismática en el púlpito. Es servicio humilde a aquellos a quien usted lidera. Servir es lo que separa la dirección cristiana de la dirección secular. Juan 13:12-17. D. Aprender a liderar con un corazón pastoral: Las cualidades de un pastor en el mundo natural era lo que Jesús usaba para describir la dirección espiritual. 1 Pedro 5:2. E. Entender las tareas básicas de los líderes: Éstas incluyen las áreas difíciles de tomar decisiones y resolver conflictos y problemas de disciplina. Hechos 6:1-3. F. Entrenar líderes y discípulos: Todos nosotros lideramos en ciertas situaciones, pero todos somos seguidores en otras situaciones. Los líderes deben reproducirse en otros discípulos. Tanto líderes cuanto seguidores o discípulos deben ser entrenados; Núm. 11:16-17. G. Aplicar los principios del éxito enseñados en la Palabra de Dios: Estos principios asegurarán una dirección victoriosa de los recursos espirituales. Josué 1:7. H. Evitar las violaciones que causan el fracaso en la responsabilidad del líder como administrador: Fracasar en liderar y seguir resulta de las violaciones a los principios bíblicos. Gálatas 6:7. I. Comprender los principios bíblicos de administración u organización: Éstos incluyen las posiciones de liderato establecidas por Dios y aquellas desarrolladas debido a las necesidades prácticas de la Iglesia. 1 Co. 4:1-2. «... lo que se requiere de los mayordomos es que cada uno sea hallado fiel» (1 Corintios 4:2).

V. LA DISPOSICIÓN ELEMENTO CLAVE PARA SER UN GRAN ADMINISTRADOR (1 Samuel 13:14). A. Dios busca hombres de confianza para su obra. “Busqué entre ellos un hombre que levantara el muro y que se pusiese en la brecha delante de mí, intercediendo por la tierra para que yo no la destruyera; pero no lo hallé “(Ezequiel 22:30). “Y le dijo el Señor: — Ve, porque este hombre me es un instrumento escogido para llevar mi nombre ante los gentiles, los reyes y los hijos de Israel. Porque yo le mostraré cuánto le es necesario padecer por mi nombre”. (Hechos 9:15,16)

B. Los mejores aliados: El esfuerzo y el tiempo. Estos dos elementos ayudan mucho para que el líder se convierta en un gran mayordomo. El proceso ayuda mucho a madurar y a perfeccionar. «La obra de cada uno será evidente, pues el día la dejará manifiesta. Porque por el fuego será revelada; y a la obra de cada uno, sea la que sea, el fuego la probará» (1 Corintios 3:13). 9

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento Madera, heno u hojarasca, todos crecen sobre la tierra. Ellos son producidos fácilmente y pueden verse prontamente por el hombre, pero también son fácilmente destruidos. Oro y plata y piedras preciosas son producidas bajo la tierra. Ellas no se ven prontamente por el hombre, pero son más duraderas. El liderazgo brillante, popular y secular es como la madera, heno, y hojarasca. Él es visto por el hombre y fácilmente producido a través de los talentos y habilidades naturales. El liderazgo piadoso es como el oro y la plata. Se produce por el poder del Espíritu Santo en el hombre interior, oculto. Pero es infinitamente precioso y duradero.

Conclusión: Para cumplir con nuestro liderazgo de manera efectiva, debemos ser buenos administradores de lo que Dios nos ha encargado. En esto no podemos improvisar. Debemos convencernos de que para tener éxito en nuestras tareas, aparte de los principios administrativos de orden general, contamos con la guía muy valiosa: la presencia de Dios. Para que ello sea realidad debemos estar seguros de que estamos en su voluntad y de que nuestro trabajo ayudará a que la obra de Dios crezca.

NOTAS:

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

10


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Lección 2 El Líder y su Tiempo de Planeación Texto: Nehemías 2:16-17 Propósito. Mostrar la importancia de una buena planificación y su correspondiente metodología. Objetivos. 1. Reconocer la importancia de la planificación para el logro de las metas que se requiere alcanzar. 2. Conocer los elementos necesarios para realizar una buena planificación. 3. Aprender la metodología de la planificación para su correcta aplicación. INTRODUCCIÓN Una de las fuentes más grandes del estrés es la indecisión y la rutina. Gran parte de la indecisión surge porque no tomamos tiempo para planificar nuestros pasos: antes de la crisis, antes de la oportunidad inesperada, antes de las distracciones que siempre surgen en la vida de cualquiera. Gran parte de la capacidad de tomar buenas decisiones (y no perder tiempo con la indecisión) está basada en la disciplina de anticipar esas decisiones. A través de la planificación, aclaramos lo que queremos lograr y de antemano tratamos de anticipar los obstáculos que pueden surgir en el camino. Por lo que, una correcta planificación permite un mejor aprovechamiento del tiempo y recursos para alcanzar nuestras metas. A. DEFINICIÓN E IMPORTANCIA DE LA PLANEACIÓN. Mientras la apreciación investiga lo que se puede hacer, la planeación determina exactamente lo que se va a hacer. La planeación consiste en determinar el curso de cada acción a seguir, fijar los objetivos a alcanzarse, establecer los principios que han de regular la acción y designar los medios que se utilizarán al efecto. Nehemías 2:11-20 A. La importancia de invertir tiempo y esfuerzo en planear. Algunos piensan que en la planeación se usa mucho tiempo, que pudiera usarse en la acción y evitar tanto rodeo; pero, desafortunadamente los que se han lanzado a la acción sin planear no han llegado muy lejos. El doctor Nesman ilustra la verdadera importancia de la planeación, distinguiendo dos tipos de líderes: el autoritario y el democrático. Fija también tres puntos importantes en la acción: iniciación, legitimación y terminación. El líder autoritario es el productor de todas las ideas. Nadie está en la capacidad de hacerle ninguna recomendación, mucho menos de alterar sus maravillosas ideas; por lo tanto, no las consulta, sino las impone inmediatamente y pide que todos hagan lo que él dice. Ya en el curso de acción descubre los errores y fallas del proyecto, lo que les toma más tiempo para la terminación y les produce resultado poco deseable. El democrático pasa más tiempo planeando, pero el curso de acción es más corto, más económico y los resultados son mejores (1 Crónicas 28:19). B. Las consecuencias de no planificar adecuadamente. Basta observar los apuros y el nerviosismo que experimentan los encargados de servicios y actividades locales mal planeadas. A última hora, ya no hallan qué hacer, ni a quién llamar para remendar los agujeros y llenar las lagunas del “programa”. Planear es una ciencia que se basa en datos y cálculos reales y exactos. 11

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento Los cálculos son ideales y aproximados. Planear es un proceso que requiere la participación de todos aquéllos que estarán involucrados. Por lo que debe realizarse en una serie de reuniones. Los datos e informes producidos en el proceso de apreciación servirán como base para las decisiones que se tomen en la planeación. 1 Crónicas 28:21. II. FIJACIÓN DE OBJETIVOS GENERALES Y ESPECÍFICOS. (Nehemías 4:19) A. Sin objetivos no habrá entusiasmo ni voluntad. Los líderes influyentes, son los que están siempre rodeados de una multitud animada y voluntaria, son los que van hacia delante, los que cuentan con ideales y objetivos y los pueden comunicar a sus seguidores. Hombres de guerra como Alejandro Magno, Julio César y Napoleón Bonaparte I; hombres de Dios como Moisés, Nehemías, Jesucristo, Pablo, Lutero, Juan Wesley y otros grandes líderes religiosos; así también muchos hombres de empresa e industria como Andrés Carnegie y Juan D. Rockefeller han sido hombres de visión y objetivos. Estos y muchos más que han triunfado en la vida, no siempre contaron con los medios materiales para su empresa; pero siempre estuvieron llenos de entusiasmo, sueños y objetivos. La razón por la que muchos fracasan en el mundo y se ven frustrados y deprimidos, tanto en su vida privada como en su trabajo, es la falta de objetivos o metas definidas. . “donde no hay visión el pueblo perece” (Oseas 4:6). Los viejos refranes “el que nada apunta a nada pega” y “quien nada busca, nada halla”, encierran una buena dosis de filosofía práctica para el administrador de hoy. Es necesario señalar la meta que se quiere alcanzar para poder delinear el curso de acción a seguir. El filósofo Séneca dijo: “Si el hombre no sabe hacia cuál puerto se dirige, ningún viento le es favorable.” (Lucas 12:47). B. Determinar objetivos claros en el proceso de planeación. La palabra griega Skopós, usada en Filipenses 3:14 se traduce “meta”, “blanco” y “objetivo”: punto de mira para el tirador y meta triunfal del atleta. En latín, el término obiectus designa un punto fijo a donde uno dirige la vista y la atención. George Terry lo describe así: Un objetivo administrativo es una meta que se fija, que requiere un campo de acción definido y que sugiere la orientación para los esfuerzos de un dirigente. En esta definición se ha llamado la atención sobre cuatro conceptos que son: (1) meta; (2) campo de acción; (3) definición de la acción; y (4) orientación. Los propósitos que se enuncian en términos vagos o ambiguos tienen muy poco valor administrativo. Por ejemplo, objetivos tales como “hacer lo más que se pueda” o “terminar el trabajo pronto”, se prestan a distintas interpretaciones y frecuentemente conducen a confusión y desorden. Determinar los objetivos para realizar las actividades debe ser el ideal de todo líder, si es que desea progresar y conducir la marcha de su grupo con éxito y tener resultados positivos. Por ejemplo, la evangelización, la multiplicación del grupo, la consolidación de los nuevos discípulos, la formación de nuevos líderes, etc., son trabajos que caminan muy mal, por falta de líderes con visión y objetivos.

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

12

Manual de Liderazgo III


Departamento Nacional de Iglecrecimiento C. La necesidad de establecer objetivos en el proceso de planeación. Para las reuniones se deben fijar los objetivos del trabajo deben estar integradas, por la totalidad de la gente que deberá aportar y cooperar para la consecución de los mismos. Bower describe esta actividad de la manera siguiente: “La función específica de la planeación es establecer metas y señalar los medios para alcanzarlas. (Nehemías 2:4, 5). En cuanto a tiempo o secuencia, la planeación es el proceso de delinear el programa fijado para cierta fecha. Es, básicamente, el elemento predictivo el que caracteriza la función de la planeación. Es la habilidad de predecir circunstancias que prevalecen en el futuro y preparar el programa más apropiado para alcanzar los objetivos de la corporación”. Además se deben prever obstáculos y dificultades que, indudablemente, surgirán en el camino. Es deber de la administración no sólo divisar los problemas en el logro del objetivo, sino también planear posibles salidas o soluciones. Es lo que conocemos como planeamiento de riesgos. D. Clasificación de objetivos. Para evitar malos entendidos y confusiones en cuanto a los objetivos, éstos deben ser clasificados según su naturaleza, duración y alcance: 1. Por su naturaleza, los objetivos pueden ser colectivos e individuales. a. Los colectivos son aquellos objetivos que no sólo afectarán positivamente a todos los componentes de la iglesia, sino que demandan la cooperación sistemática de todos y cada uno de ellos. Por ejemplo, la consagración, el avivamiento y el desarrollo espiritual. Estos son objetivos de la colectividad. b. Los individuales son objetivos que por su naturaleza afectarán a ciertos individuos de la iglesia. Por ejemplo, la capacitación o especialización de ciertos miembros para la consolidación, retiros espirituales, ministerio con niños, etc. Jeremías 29:11 2. Por su duración, los objetivos pueden ser a largo o a corto plazo. Estos se dividen en dos grupos a. Objetivos a largo plazo. Una iglesia estable y bien constituida que ha logrado desarrollarse con éxito, puede fijarse planes a largo plazo (de uno a diez años). Ejemplo: en un plazo de dos años se pueden implementar los grupos familiares el proceso de consolidación, establecer las escuelas, etc. (Mateo 25:14-30). b. Objetivos a corto plazo. . Están t a m b i é n l o s o b j e t i v o s a c o r t o p l a zo independientes de otros. Todo objetivo por ciclos puede considerarse a corto plazo. Por ejemplo, el día del amigo, el retiro espiritual, el bautismo en agua, etc. Estos son trabajos que se pueden programar a un mes, a dos, a tres y hasta un año de plazo. Todo depende del tipo de proyecto y de los medios disponibles. (Hebreos 11). 3. Por su alcance, los objetivos son generales y específicos. a. Los generales son los que nos proponemos alcanzar a largo o a corto plazo. b. Los específicos son los que sirven de base, para llegar a los objetivos generales. Por ejemplo, si queremos establecer el programa de discipulado como objetivo general, por lo tanto, uno de los objetivos específicos sería la capacitación de los maestros. Para orientación de los distintos grupos e individuos que tomarán parte en el programa, es 13

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento recomendable preparar y distribuir un programa completo y un calendario de actividades. Esto debe hacerse al finalizar el proceso de planeación. III. METODOLOGIA Siendo que la planeación es la parte más importante de todo trabajo, el líder de Dios debe decidir con anticipación lo que debe hacer, cómo hacerlo, cuándo y quién debe llevarlo a cabo. La planeación se presenta como el puente entre el punto donde te encuentras y a dónde quieres ir con el grupo. (1 Corintios 14:40). Es pensar en el futuro, tomar precauciones, realizar un plan, unas acciones para que se cumplan tus objetivos. Ejemplo: Tomás es un líder de Dios, piensa en el futuro del grupo familiar bajo su cargo y decide capacitarse en evangelismo explosivo para multiplicar su grupo en el presente ciclo de trabajo, para ello elabora un plan, capacitar a las personas bajo su responsabilidad, levantar ofrendas para la adquisición de literatura evangelística, y desarrollar visitación casa por casa todos los días de 3.00 p.m. a 5.00 p.m. en la zona donde se encuentra su grupo familiar. En este caso, Tomás hizo lo siguiente: A. Pensó en el futuro (planeación) B. Estableció su objetivo. Fijó lo que deseaba lograr: 1. Capacitarse en evangelismo 2. Duplicar los miembros de su grupo. C. Fijó sus procedimientos y determinó lo que tenía que hacer: 1. Capacitar a los miembros del grupo familiar 2. Levantar ofrendas para adquirir literatura evangelística 3. Cómo: Visitación casa por casa 4. Cuándo: Todos los días, de 3.00p.m. a 5.00 p.m. 5. Dónde: En la zona donde se encuentra ubicado su grupo familiar. 6. Fijó plazo: Un mes. Conclusión Dios está obrando maravillas en nuestros días, nuestras iglesias están creciendo. El desafío es muy grande, pero también lo es la responsabilidad de realizar un buen planeamiento en forma tal que todo se haga decentemente y con orden. Cada día hay más personas, más recursos, más obras qué hacer, más necesidad de administrarlas bajo la dirección del Espíritu Santo. Es deber del líder ser un buen planeador.

NOTAS: Módulo

1

Manual de Liderazgo III

14

Manual de Liderazgo III


Departamento Nacional de Iglecrecimiento Lección 3 El Líder y su Trabajo en Equipo Texto: Éxodo 18:17-23 Propósito. Conocer los grandes beneficios de contar con un equipo de trabajo que facilite el logro de las metas propuestas. Objetivos. 1. Entender la importancia del trabajo en equipo. 2. Explicar los principios y beneficios del trabajo en equipo, con el fin de mejorar el desempeño en el logro de las metas establecidas. 3. Considerar algunos elementos para la conformación del equipo de trabajo. INTRODUCCION Todos los esfuerzos que se realizan en la Iglesia son para favorecer su crecimiento integral. En esta perspectiva, la habilidad individual para trabajar en equipo y un equipo de trabajo exitoso y fructífero son un imperativo, siendo que su modo de actuar fue decisivo para el mejor cumplimiento de los objetivos y metas trazadas. I. QUE ES TRABAJO EN EQUIPO. “Mejores son dos que uno: porque tienen mejor paga de su trabajo. Porque si cayere, el uno levantará a su compañero: pero ¡ay del solo! Que cuando cayere no habrá segundo que lo levante. Y si alguno prevaleciere contra uno, dos resistirán; y cordón de tres dobleces no se rompe pronto” Proverbios 4:9-12 Es un conjunto de personas que realiza una tarea para alcanzar resultados.

Es la serie de estrategias, procedimientos y metodologías que utiliza un grupo de personas para lograr los objetivos previstos. Es una cultura basada en el concepto de integración de un grupo de personas dentro de una iglesia o cualquier otra organización, para alcanzar los objetivos deseados mediante la interacción entre los miembros del equipo, logrando acciones coordinadas. II. LA IMPORTANCIA DEL TRABAJO EN EQUIPO El trabajo en equipo es importante por las siguientes razones: A. Porque brinda grandes fortalezas: integra los esfuerzos individuales, aprovecha las capacidades diversas de cada integrante, divide el trabajo de acuerdo a funciones específicas y logra resultados satisfactorios. (1 Co. 12:4-7). B. Porque es una serie de estrategias, procedimientos y metodologías que utiliza todo equipo de trabajo, para lograr los objetivos y la visión de la iglesia.

15

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento C. El Trabajo en Equipo permite optimizar los recursos necesarios el crecimiento de la iglesia. D. Porque gran parte de la labor que realizan las personas en diversos trabajos, requiere de habilidades necesarias para colaborar con otros. Es improbable encontrar actividades socialmente útiles, cuya base sea la labor estrictamente individual. ( 1 Co. 12:8-11) III. CARACTERÍSTICAS DEL TRABAJO EN EQUIPO. A. Es una integración armónica de funciones y actividades desarrolladas por diferentes personas. 1 Co. 12:12-17. B. Para su implementación requiere que las responsabilidades sean compartidas por sus miembros. C. Necesita que las actividades desarrolladas se realicen en forma coordinada. D. Necesita que los programas que se planifiquen en equipo apunten a un objetivo común. IV. VENTAJAS DEL TRABAJO EN EQUIPO. A. Se aprovechan los dones de cada persona. “De la manera que en un cuerpo tenemos muchos miembros, pero no todos los miembros tienen la misma función, así nosotros, siendo muchos, somos un cuerpo en Cristo, y todos miembros los unos de los otros” (Romanos 12: 4-5). Logramos aprovechar los dones que Dios ha dado a cada uno de sus hijos. La Palabra de Dios enseña en Romanos 12: 4-5, que aunque somos un solo cuerpo muchos son los miembros y cada uno de ellos desarrolla diferente función. Además en el Cuerpo de Cristo todos tienen el mismo valor, o sea, no porque soy el cerebro soy de mayor importancia que el brazo. De allí que todos y todas tienen la capacidad de hacer mucho para el Señor. La noción de equipo implica el aprovechamiento del talento colectivo, producido por cada persona en el interactuar con las demás. B. Se logra la multiplicación de las metas. Es con el Trabajo en Equipo que siempre alcanzamos metas trazadas mucho más grandes, en tiempo real, que con el trabajo de una sola persona. La Palabra nos enseña en Eclesiastés 4:9 que dos realizarán mejor su trabajo que uno solo. El presidente Woordrow Wilson dijo: “No sólo deberíamos usar todo el cerebro que tenemos, sino que deberíamos pedir prestados todos los cerebros que podamos”. "Colectivamente podemos ser más agudos e inteligentes de lo que somos en forma individual. El cociente intelectual del equipo es potencialmente superior al de los individuos. C. Se logra la unificación del equipo. La Biblia nos enseña en Eclesiastés 4 que si por cualquier circunstancia uno cayere y esté trabajando en equipo siempre habrá un segundo que lo levante.

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

16

16

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento Es importante, que aprendamos que no hay “super personas” en la obra de Dios y que como seres humanos siempre necesitaremos del apoyo de las demás. Jesús mismo dice a sus discípulos “ustedes son quienes han permanecido conmigo en mis pruebas”, tenía un equipo de trabajo en quien apoyarse. (Lc. 22:28)

D. Se da la gloria a Dios. Cuando el líder aprende a trabajar en equipo, después de la victoria honra el trabajo de cada miembro del equipo, pero principalmente le da gloria a Dios. Moisés inmediatamente terminada la batalla edificó un altar a Jehová ( Éxodo 17:15). Ejemplificando, cuando un jugador de fútbol hace un gol, si dijera que por mí ganó el equipo, es incorrecto ya que por la unidad del equipo se sincronizó todo para llegar al objetivo que es el gol. Cuando el trabajo es en equipo la gloria siempre es para Dios. E. Se obtiene el respaldo de Dios. La bendición más grande que podemos tener es que Dios apoye todo lo que emprendamos. Cuando trabajamos en equipo Dios confirma lo que estamos haciendo. Lo vemos en Éxodo 17:11-14, Moisés intercedía, Aarón y Hur sostenían los brazos de Moisés ya que como humano se cansaba. Josué dirigía al pueblo en la batalla contra Amalec y el pueblo obedecía las órdenes de Josué y peleaban como uno solo contra el enemigo. Es decir cada quien hizo su parte en el equipo. El resultado fue que Dios les apoyó y derrotaron a filo de espada a Amalec. V. FORMACIÓN DE UN EQUIPO DE TRABAJO. A. Pida la dirección de Dios: Lucas 6:12-13. El Señor Jesús pasó toda la noche orando para escoger su equipo de trabajo, era una decisión tan importante que tenía que pedir la dirección de su Padre. De la misma manera, nosotros debemos pedir en oración quienes deben ser los que formarán parte de nuestro equipo de trabajo, considerando su buen testimonio, fidelidad y espíritu de servicio. B. Conozca y ubíquelos según sus dones. Jesús conocía a sus discípulos, por lo que les trataba de acuerdo a su personalidad. Es importante que conozca a su gente para saber en qué área serán de más bendición para el equipo y en qué área ellos se sentirán más realizados. En esta perspectiva es importante considerar los siguientes aspectos, para con las personas a ser tomadas en cuenta: 1. Capacidad de poder establecer relaciones satisfactorias con los demás integrantes del equipo. 2. Lealtad consigo mismo y con los demás. 3. Espíritu de autocrítica y de crítica constructiva. 4. Sentido de responsabilidad para cumplir con los objetivos. 5. Capacidad de autodeterminación, optimismo, iniciativa y tenacidad. 6. Espíritu de superación. 7. Mostrar una buena actitud. C. Reúna y trasmita la visión: Nehemías 2:18. Nehemías antes de comenzar a trabajar reunió a la gente y les trasmitió su visión, esto permitió que todos corrieran en la misma dirección y trabajaran como un solo hombre.

17

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento En consecuencia reúna al que será su equipo de trabajo, transmítales lo que Dios le ha hablado y dígales como ellos pueden colaborar para alcanzar dicha visión, organícese y establezca un plan de trabajo para alcanzar la visión juntos con la ayuda del Señor. D. Evalúe y dele seguimiento : Lucas 10:17-21. Jesús envió a los setenta para hacer la obra de Dios, quienes a su regreso, informaron con gozo de los resultados obtenidos. Ante lo cual Jesús se complace en lo bueno que han hecho y aprovecha la oportunidad para darles una nueva lección sobre el servicio, diciéndoles: “regocíjense más porque su nombre está escrito en los cielos”. Jesús compartía constantemente con sus discípulos y fortalecía en ellos sus áreas débiles a través de sabias enseñanzas. En esta perspectiva se debe evaluar constantemente al equipo a partir de un plan de trabajo para ver los resultados obtenidos. Conclusión Dos cabezas piensan mejor que una, tres mucho mejor. El líder que sabe aprovechar el potencial de los miembros su equipo de trabajo, alcanzará mejores resultados. Es necesario tener claro lo que se quiere lograr, reconocer qué labores puede desarrollar cada uno de los miembros del equipo. Es así como un equipo eleva su capacidad de desarrollo y de logros.

NOTAS:

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

18


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Lección 4 El líder y la Toma de Decisiones Texto: 2 Reyes 23:23-25 Propósito: Considerar la importancia de una correcta toma de decisiones a fin de lograr con éxito el trabajo correspondiente. Objetivos: 1. Entender la importancia de tomar decisiones correctas para lograr lo planificado. 2. Considerar la importancia de seguir los pasos necesarios para la toma de decisiones. 3. Saber que toda decisión trasciende en la consecución de las metas establecidas. INTRODUCCION Existen dos o más formas de resolver una situación o problema y se debe elegir alguna. A estas alternativas o cursos de acción se les llama decisión, el cual es un acto en el que la persona escoge, selecciona y decide entre varias posibilidades, basadas en sus posibilidades, opiniones (juicios). Es por esto que las decisiones se consideran rutinarias y trascendentales. Sin embargo el límite entre ambas es generalmente imperceptible, a lo que para unos es rutinario, para otros es trascendental y las consecuencias de un acto no siempre tienen el mismo impacto en el individuo. Si deseamos tomar decisiones correctas es necesario minimizar el riesgo y observar una forma metódica que se basa en las siguientes pautas: I. LA IMPORTANCIA DE LA TOMA DE DECISIONES. Todos los seres humanos tomamos decisiones cada momento de nuestra vida. Toda decisión para que sea buena debe estar enfocada en los propósitos de Dios. La toma de decisiones es una acción que va a determinar el resultado de las personas o cosas. Razón por la cual el líder debe tomar el tiempo que sea necesario para tomar una buena decisión. * La toma de decisiones es importante porque de ellas dependen los resultados de las metas establecidas * Nuestra decisiones incorrectas provocan frustración, hacen perder el tiempo, rebaja la moral, debilita la disposición a esforzarse y como resultado un mal desempeño. * Por eso el líder debe procurar acertar en sus decisiones para lograr la meta establecida. II. PASOS PARA LA TOMA DE DECISIONES A. FIJAR OBJETIVOS. Identificar los objetivos es el primer paso más importante de todos. Una vez que pudo centrarse en su meta, decidir sobre cómo alcanzarla será mucho más fácil. Filipenses 3:14. Hay dos tipos de objetivos de los que el líder tiene que ser consciente: 19

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento 1. Generales o mediatos, es decir, lo que se quiere lograr en el largo plazo. 2. Específicos o inmediatos, es decir, lo que se quiere lograr tomando una decisión particular. Los objetivos crean un desafío y le dan a la actividad de la gente una orientación común. Proverbios 21:5. Saber cuáles son los objetivos, da libertad y claridad para tomar decisiones dentro de las responsabilidades que se tienen asignadas. Entonces se puede: a . Ver los problemas en perspectiva. b. Avanzar en la dirección correcta. c. Impedir desvíos por iniciativas irrelevantes e improductivas. B. REUNIR INFORMACIÓN. El segundo paso del procedimiento de toma de decisiones es reunir la información que sirva para lograr los objetivos que se buscan alcanzar. Nehemías 2:13-14. 1. Para que la información sirva tiene que ser: 1.1 Relevante (Si dado que es irrelevante hace perder tiempo y oscurece datos vitales). 1. 2 Suficientemente detallada. 1. 3 Precisa. 1. 4 Completa. 1. 5 Oportuna. El líder debe recordar que siempre debe haber un equilibrio entre lo disponible y lo deseable. Las preguntas "por qué", "quién", "qué", "cuándo", "dónde" y "cómo" representan una lista de control de las áreas que puede tener que investigar antes de tomar una decisión.

2. Hay dos tipos de información que el líder puede necesitar, según la decisión que tenga que tomar: 2.1 Información externa: es la que fluye desde el mundo exterior. Esta categoría incluye: Datos acerca de lo que se piensa hacer. Información que le da indicios acerca del futuro ambiente social, incluyendo datos acerca de la situación política, la economía y las tendencias sociales. Nehemías 2:13. 2.2 Información interna: es la que se tiene e incluye: datos y cifras acerca de los planes y objetivos, acerca del desempeño y en relación con esos planes. Nehemías 2:17. 3. Hay tres fuentes principales de información para la toma de decisiones: 3.1 Recursos humanos. La gente es probablemente su mejor fuente de información y la de más fácil acceso. Nehemías 1:2-3.

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

20


Departamento Nacional de Iglecrecimiento 3.2 Materiales escritos. Puede haber informes o libros que deban estudiar, artículos de publicaciones regulares, estadísticas, cartas o publicaciones. 3.3 Fuentes informáticas. Esto incluye bases de datos, CD ROM e Internet. No se puede tomar una acertada decisión antes de conocer todos los hechos acerca de la cuestión. Una vez que tenga claro los objetivos, obtenga información de alta calidad y de fuentes apropiadas. C. IDENTIFICAR OPCIONES ALTERNATIVAS. Cuando se tiene que tomar una decisión, siempre es tentador elegir la opción más obvia. Pero muchas veces una de las respuestas menos evidentes es la que ayuda a alcanzar los objetivos deseados. Para poder tomar decisiones de modo efectivo hay que aprender a buscar bajo la superficie y descubrir ideas innovadoras. Cuando haya pensado en todas las opciones posibles, entonces sí, reduzca las alternativas sobre la base de los criterios de decisión. Nehemías 2:17. Todo líder debe considerar que: 1. Nunca ha agotado todas las posibilidades. 2. Requiere evaluar los factores condicionantes. ¿Son reales todos los condicionamientos? 3. Dejar a su mente en libertad. Use la imaginación para pensar más opciones. 4. Asegúrese de no estar partiendo de supuestos innecesarios. Encontrar nuevas ideas puede no ser tan difícil como parece, simplemente tiene que usar la imaginación. Pensar creativamente es una clave para generar opciones o soluciones nuevas y diferentes para los problemas. Pensar creativamente es la capacidad de ver problemas o situaciones de modo distinto, de verlos en una perspectiva diferente, desde otro ángulo, de costado, de atrás para adelante, incluso patas para arriba. Ser un líder innovador no es algo limitado a la gente capaz, entrenada, o "inteligente". Con el aliento y la oportunidad adecuada, la mayoría de la gente puede producir ideas originales. Sin embargo, si esto no le resulta fácil, como le sucede a la mayoría de las personas, puede recurrir a una serie de técnicas. Parece una contradicción pero se pueden usar herramientas sistemáticas y técnicas formales para generar ideas. No importa cuánto tiempo dedique una persona a pensar en un problema, tarde o temprano se acaban las ideas. Si hay otras mentes disponibles ¿por qué no recurrir a ellas? Presentamos una breve descripción de dos técnicas valiosas que suelen usarse para la toma de decisiones o la resolución de problemas en forma creativa. a. Tormenta de Ideas: la esencia de la tormenta de ideas es permitir a su imaginación actuar libremente. La idea es romper el molde del pensamiento dentro de límites estrechos. Es necesario tomar en consideración las siguientes reglas para su aplicación: 1. El líder o facilitador fija el tono de la reunión y explica el problema o la decisión a tomar. Nehemías 2:18. 2. Se alienta a los participantes a sugerir ideas relativas al problema o la situación con total libertad de pensamiento. 3. El "secretario" anota exactamente lo que dice la gente. Preferentemente en una pizarra. 4. No se permite interrumpir ni hacer discusiones, dado que esto interrumpe el libre flujo de ideas . 21

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento 5. Cuando se completa la tormenta de ideas, se ordenan y evalúan todas las sugerencias. En este punto el grupo hace una lista reducida con las ideas que sean más adecuadas y que tengan mayor posibilidad de concretarse. b. Escribir ideas: esta técnica es similar a la tormenta de ideas, siendo la diferencia que los participantes anotan sus ideas en un papel en vez de llevar un registro en una lista común. Esto es preferido por la gente a la que le gusta desarrollar sus propias ideas y se distrae trabajando en grupo. Como estimulo, se prepara una lista. Cuando los participantes se quedan sin ideas, pueden intercambiar su propia lista con la que estaba preparada. Algunos grupos anotan cada rubro en una tarjeta. La ventaja de este sistema es que las tarjetas se pueden colocar en un pizarrón y agrupar fácilmente. Una vez que generaron y agruparon las ideas, el grupo avanza a la discusión y las desarrolla del mismo modo que se describió en la técnica de la tormenta de ideas. D. EVALUAR OPCIONES. (Hechos 6:2-4). Una vez que ha generado varias opciones, el siguiente paso es evaluar las más adecuadas. Para las decisiones de rutina o urgentes, puede tener que hacer esta evaluación rápida y de modo informal, guiándose por su experiencia y sentido común. En cambio, para las decisiones más problemáticas que tendrán efecto significativo sobre su vida, le resultará útil abordar el proceso de evaluación de modo más sistemático. Podría intentar usar algunos de los siguientes criterios de evaluación: 1. Factibilidad: puede evaluar la factibilidad de una opción tomada en consideración: 1.1 Las capacidades requeridas para implementarla. ¿Tiene los conocimientos requeridos para manejar las consecuencias de una decisión en particular? ¿Tendría que desarrollar nuevas capacidades? ¿O tendría que contratar a gente que tenga las capacidades requeridas? 1.2 Los costos. Esto es a menudo el criterio de factibilidad más importante. Es necesario saber si se puede costear una opción particular antes de aceptar o rechazarla. Hay que tener en cuenta varios costos: Costos monetarios y no monetarios, aquí se consideran todo tipo de factores. Costos de oportunidad, los costos de adoptar una opción y no otra. Lucas 14:28. 1.3 Aceptación: la aceptación es una opción que se da en la medida en que ésta responde a los objetivos originales de la decisión. 1.4 Riesgo: una de las maneras más directas de analizar los riesgos es simplemente evaluar el peor resultado posible de la opción. Si está dispuesto a aceptar las consecuencias de ese riesgo, puede seguir adelante con esa opción. Sí, por el contrario, decide que los resultados de "peor variante" serían demasiado graves como para soportarlos, lo mejor sería rechazar la opción. E. ELEGIR LA MEJOR OPCIÓN. (Proverbios 24:6). Uno de los pasos finales es elegir la mejor opción de la gama de soluciones o decisiones posibles que ha generado y evaluado. Las siguientes metodologías pueden ayudarlo con esta difícil tarea. 1. Evaluar los pro y los contra. Involucra enumerar las ventajas y desventajas de los distintos cursos de acción y luego elegir el que tiene las mayores ventajas.

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

22


Departamento Nacional de Iglecrecimiento 2. Consensuar. Para alcanzar un consenso hay que producir una discusión hasta llegar a una decisión acordada. Este abordaje no funciona a menos que todos los participantes puedan decir lo que piensan; expresen honestamente lo que sienten y opinen; salgan de la reunión sintiendo que ha emergido una decisión como resultado de una discusión adecuada. 3. Votar. Este método se usa generalmente cuando es difícil llegar a un consenso. Sólo debe usarse si todos los presentes están dispuestos a cumplir con lo que se vote. 4. Negociar. Negociar es una manera de llegar a un acuerdo. Se puede usar cuando las partes que tienen puntos de vista opuestos han llegado a una decisión aceptable para ambos. Si adopta este método, debe apuntar a asegurarse que la parte que pierda en un área, se compense con ganancias en otra. El objetivo de la negociación es asegurarse de que ambas partes se sientan ganadoras. Se puede usar las siguientes preguntas como una lista de puntos para negociar: 1. ¿Qué quiero lograr? 2. ¿En qué estoy dispuesto a ceder? 3. ¿Qué quiere lograr la otra parte? 4. ¿Cómo puedo asegurarme que la otra parte logre algunas de las cosas que quiere? Por último, antes de dar el paso final de hacer pública su decisión, verificar que: 1. 2. 3. 4. 5. 6.

¿Está conforme y confía en esta decisión? ¿Será aceptable para sus líderes? ¿Será aceptable para sus colegas y los miembros de su grupo? ¿No establece precedentes peligrosos para futuras decisiones? ¿Ha tomado en cuenta todas las opciones? ¿Ha pensado a fondo en todas las consecuencias de su decisión?

F. IMPLEMENTAR Y MONITOREAR LA DECISIÓN. (Lucas 10:17-24). Tomar una decisión no es el fin del proceso. Hay que actuar y luego verificar si las cosas funcionan como se las pensó. Hay varios motivos por los que es importante monitorear los efectos de una decisión una vez que se ha implementado: Monitorear una decisión hará que su acción sea lo más efectiva posible. Les demostrará a los demás que usted tomó seriamente la decisión y está decidido a hacer que funcione. Las decisiones muchas veces tienen consecuencias no previstas. No se puede saber siempre cómo va a resultar una acción particular o si su elección final se demostrará correcta. El monitoreo le permite aprender de sus errores así como de sus éxitos. La capacidad para la toma de decisiones se desarrolla con la experiencia, y el monitoreo lo ayuda a mejorar tales capacidades. Nuestra vida transcurre en una secuencia de toma de decisiones diarias, ya sea con nosotros mismos, o bien para con nuestro entorno de trabajo o terceros. También sabemos que, la mayoría de las veces, tomamos decisiones como podemos, y no como queremos. No olvide bañar sus pensamientos, actitudes, acciones, metas y logros con oración delante de Dios. 23

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento Conclusión Saber tomar decisiones es una responsabilidad ineludible en todo líder, reconociendo que el éxito solo puede alcanzarlo si en verdad hemos hecho la voluntad de Dios, por esta razón necesitamos depender de Él para tomar correctas decisiones. Nuestras decisiones incorrectas provocan frustración, hacen perder el tiempo, rebaja la moral, debilita la disposición a esforzarse y como resultado un mal desempeño. Por eso el líder debe procurar acertar en sus decisiones para lograr la meta establecida.

NOTAS:

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

24


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Lección 5 El Líder y su Trabajo de Monitoreo Texto: Éxodo 39:42-43 Propósito: Considerar la dirección y seguimiento del trabajo como uno de los elementos claves para lograr las metas propuestas. Objetivos: 1. Reconocer la importancia del monitoreo en la ejecución del plan. 2. Entender en qué consiste el monitoreo de la ejecución del plan. 3. Conocer y aplicar de manera correcta la metodología del monitoreo. INTRODUCCION Planear no es todo, todo plan puede fallar a pesar de estar basado en necesidades y objetivos reales de la iglesia, una estimación con técnicas de productividad de tu equipo de trabajo en el momento oportuno se verá si se está cumpliendo con las demandas necesarias. Si como líderes del planeamiento realizado, no somos capaces de mantener una clara y precisa visión con respecto a la situación real del trabajo planificado en todo y cada momento, y/o si no somos capaces de reaccionar oportunamente y de manera eficaz ante las desviaciones del trabajo planificado, éste podría ser parte de las estadísticas de los planes fallidos. Por lo que, se hace necesario que todo líder realice un buen monitoreo a fin de garantizar que las acciones establecidas en cada parte del plan se lleven a cabo de manera correcta y oportuna. I. QUE ES EL MONITOREO (Nehemías 4:9-13). El Monitoreo es el proceso continuo y sistemático mediante el cual verificamos la eficiencia y la eficacia de las actividades programadas, mediante la identificación de sus logros y debilidades. Para que el monitoreo sea exitoso requiere del establecimiento de un sistema de información gerencial Monitoreo se refiere a la recolección continua, el examen y uso de la información sobre las actividades de puesta en práctica de los programas, para identificar los problemas, como el incumplimiento, y tomando las acciones correctivas para cumplir los objetivos establecidos. II. PROPOSITO DEL MONITOREO (Nehemías 4:10). El propósito del monitoreo, es proveer una adecuada visibilidad a la administración sobre la situación del plan para identificar oportunamente cualquier desviación contra lo planeado con el objetivo de tomar decisiones oportunas para corregirlas Tú, como líder de la ejecución del plan eres responsable de conocer en todo momento qué pasa con la ejecución del plan; a eso se refiere la visibilidad. Para lograr esto debes de mantenerte muy atento a todo lo que sucede en la ejecución del plan, debes realizar las preguntas adecuadas a los participantes y buscar analizando los datos importantes del mismo.

25

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento III. METODOLOGIA DEL MONITOREO (Nehemías 4:6). El monitoreo de la ejecución del plan, requiere del líder, la formulación de interrogantes pertinentes, que puedan facilitar el conocer el estado de la ejecución del plan, estas pueden ser: * * * * *

¿Cuál es el avance en la ejecución de las tareas contra lo planeado? ¿Cuál es la desviación en tiempo y costos de las tareas? ¿Cuánto más se va a desviar el plan, considerando retraso que se está teniendo en las tareas? ¿Cuáles y cuántos han sido los cambios al alcance original del plan? ¿Se están logrando los objetivos del plan?

No se debe permitir que aumente la desviación. Cuando se identifica las desviaciones, debe hacerse con las unidades de medición correspondientes, tales como tiempo de retraso, dinero, funciones o características, pero también debe hacerse en porcentaje para cada uno de estos parámetros. Se debe identificar el porcentaje de desviación de lo real, contra lo planeado, para poder identificar si hay una oportunidad real de corregir el camino y alcanzar el objetivo del plan de manera exitosa. IV. FRECUENCIA DEL MONITOREO (Nehemías 4:16-17). Entre más pronto se identifique las desviaciones del plan, más factible será corregirlas. Es por eso que el líder debe de buscar y analizar los datos con la suficiente frecuencia. La recomendación es que por lo menos una vez a la semana el líder realice las actividades de seguimiento para el plan. Si se nota que las cosas se están poniendo difíciles en la ejecución del plan, se debe aumentar la frecuencia con que se realiza el seguimiento. Quizás se tenga que estar revisando con detalle el estado de la ejecución del plan todos los días, o incluso varias veces al día, para evitar que las cosas se pongan peor. Si las cosas se pueden poner mal, hay grandes probabilidades de que así sea; así que es mejor hacer algo para evitar que esto suceda. V. TÉCNICAS DE SEGUIMIENTO (Col. 3:22-23). ¿Y cómo todo líder deberíamos de realizar el seguimiento? A continuación las técnicas básicas que normalmente se pueden utilizar para este fin son: A. Reuniones. Reuniones con el equipo de trabajo de manera grupal y/o individual para revisar el progreso de su trabajo. B. Revisiones. Revisiones de los avances de acuerdo al plan de trabajo para validar que los avances sean reales y los resultados tengan la calidad suficiente como para considerarlos completados. C. Reportes. Reportes individuales de los integrantes del equipo de acuerdo a una frecuencia especificada (por ejemplo: semanal o diaria) . Las personas por lo general en la ejecución de los planes suelen resistir a la documentación y por lo tanto los reportes, pero si no se tiene información precisa será más difícil identificar oportunamente las desviaciones del plan y por lo tanto aumentará el riesgo de fracaso del plan elaborado. Conviene que el equipo se acostumbre a reportar la situación del plan y tú, como líder del plan, a revisarla y analizarla. En este caso un documento puede hacer la diferencia entre un proyecto exitoso y uno que no lo es.

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

26


Departamento Nacional de Iglecrecimiento VI. REPORTE DEL ESTADO DEL PLAN (Lucas 10:17). Para obtener un reporte valioso tenemos que recordar cuáles son los parámetros que hacen de un plan algo exitoso o que lo convierten en un fracaso. Y usar esos parámetros como los elementos o secciones a reportar. Se debe incluir por lo menos estas secciones, puede ser un documento formal, una herramienta que automatice la explotación de los datos del plan, pero se debe asegurar que tenga por lo menos la información básica: Progreso. ¿Ya terminamos lo que teníamos que terminar a la fecha? ¿Cuánto no falta? ¿Cuánto se ha retrasado? ¿En qué se ha retrasado? ¿Por qué nos hemos retrasado? Alcance. ¿Se identificó lo que se requiere hacer? ¿Cuánto ha cambiado el alcance original? Tiempos. ¿Cuál es el retraso del plan en tiempo y porcentaje? ¿Cuál ha sido el cumplimiento de los hitos del plan? ¿Cuál es el retraso del plan? Riesgos. ¿Cuáles son los principales riesgos? ¿Qué vamos a hacer para eliminarlos? Problemas. ¿Cuáles son las situaciones problemáticas actuales? ¿Qué se está haciendo para resolverlas? Recursos Humanos. ¿Tenemos a la gente adecuada? ¿Contamos con los suficientes recursos? ¿Hay recursos problemáticos? Recursos Materiales. ¿Tenemos lo necesario para trabajar?

Conclusión Ser líder de la ejecución del plan no consiste en sentarse en un trono esperando a que sus súbditos cumplan con su trabajo y de vez en cuando le rindan homenaje. Ser líder de la ejecución del plan significa que tienes que trabajar muy duro, monitoreando todo muy inteligentemente para tomar decisiones adecuadas en los momentos más oportunos a fin de lograr con éxito el cumplimiento de lo planificado.

NOTAS:

27

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

NOTAS:

M贸dulo

1

Manual de Liderazgo III

28


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Lección 6 El Líder y su línea Base Texto: Josué 1:7-9 Propósito: Mostrar lo importante de mantener la visión estratégica como la línea base que permita el logro de resultados concretos y productivos. Objetivos: 1. Reconocer la importancia de mantener la línea base para asegurar el éxito del plan. 2. Entender en qué consiste la línea base del plan. 3. Conocer y aplicar de manera correcta la metodología de la línea base. INTRODUCCION Cuando se ha finalizado la planeación del trabajo a realizar y se tienen previstas las fechas, horas y costos acordados, sin duda, resulta buena idea almacenar estos valores. Es por ello que es positivo e importante realizar la línea base del plan. I. QUE ES LA LINEA BASE (1Crón. 28:19) La línea base es un conjunto de valores almacenados, tales como: Calendario original con fechas de inicio y terminación. Esfuerzo planificado (puede ser expresado en horas). Costo presupuestado. Ingresos presupuestados. La línea base se define como un conjunto de indicadores seleccionados para el seguimiento y la evaluación sistemática del manejo y las acciones. Quienes diseñan y ejecutan el manejo, obtienen en los indicadores claves la información general sobre la forma cómo evolucionan los problemas y, en los secundarios, información puntual que explica o complementa la suministrada por los indicadores claves. II. PORQUE UNA LINEA BASE (2 Reyes 22:2) La razón del porque es necesario contar con una línea base es porque esta ofrece las ventajas principales de tener una línea base del plan son: * Capacidad de evaluar el desempeño. * Cálculo del valor devengado. * Estimación exacta del futuro mejorado. A. Capacidad de evaluar el desempeño. Por ejemplo, una tarea que fue planeada para empezar la semana pasada y la planificación Esfuerzo/Duración fue de 10 días, debería concluir a finales de la presente semana. No obstante, si consideramos que dicha tarea inició el miércoles pasado y actualmente nos encontramos en el día lunes de la segunda semana, habiendo revisado la tarea, podríamos estimar que nos tomará otros ocho días completarla. B. Cálculo del valor devengado. Con esta técnica existe la posibilidad de comparar las horas y los costos planeados de un proyecto anterior, en contraste con los costos y el tiempo de un trabajo actual, tomando en cuenta el avance de cada tarea y el proyecto como un todo. 29

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento C. Estimación exacta del futuro mejorado. Cuando se crea un plan se estima cuánto tiempo tomará la realización de cada tarea y cuánto esfuerzo requerirá completar cada una de éstas. El líder de la ejecución del plan también puede calcular los costos probables. Podemos mejorar la exactitud de la estimación si contamos con un registro de estimaciones previas comparadas con los resultados actuales. Esto puede darnos un margen de error (tal vez en porcentaje) el cual puede incorporar todas las estimaciones futuras.

Conclusión Teniendo una línea base del plan, el líder de la ejecución del plan puede monitorear constantemente el desempeño del mismo, así como mejorar la exactitud de estimaciones futuras.

NOTAS:

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

30


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Lección 7 El Líder y su Actitud Proactiva Texto: Mateo 14:28-29 Propósito: Mostrar la importancia de tener buena iniciativa y enfocar todos los esfuerzos en la consecución de las metas establecidas. Objetivos: 1. Entender que la proactividad en el líder es un factor determinante en el logro de las metas establecidas. 2. Reconocer que la falta de iniciativa en el líder produce una limitación para el avance del trabajo. 3. Conocer las características propias de los líderes proactivos. INTRODUCCION Muchas personas están constantemente esperando que suceda algo o que alguien se haga cargo de ello. Otras, en cambio, toman la iniciativa, emprenden la acción y hacen que las cosas sucedan. ¿Con qué modelo te sientes más identificado? Las personas que toman sus propias decisiones y no se supeditan a agentes o condicionamientos externos son aquellas que han desarrollado el hábito de la proactividad. I. QUE ES SER PROACTIVO (Daniel 6:3-4) La proactividad no significa sólo tomar la iniciativa, sino asumir la responsabilidad de hacer que las cosas sucedan; decidir en cada momento lo que queremos hacer y cómo lo vamos a hacer. Vicktor Frankl, psiquiatra judío, define la proactividad como "la libertad de elegir nuestra actitud frente a las circunstancias de nuestra propia vida". A pesar de las torturas que vivió en los campos de concentración nazi donde estuvo confinado, nadie pudo arrebatarle su libertad interior: el decidir de qué modo le afectaría lo que le estaba pasando.

31

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento Steven Covey considera que la esencia de la persona proactiva es la capacidad para subordinar los impulsos a los valores. II. QUE ES SER REACTIVO (1 Reyes 12:18-21) Las personas reactivas: A. Se ven afectadas por las circunstancias, las condiciones, el ambiente social... Sólo se sienten bien si su entorno está bien. B. Centran sus esfuerzos en el círculo de preocupación: en los defectos de otras personas, en los problemas del medio y en circunstancias sobre las que no tienen ningún control. No tienen la libertad de elegir sus propias acciones. III. CARACTERISTICAS DE LOS LIDERES PROACTIVOS: (Gen 39:5,23). A. Se mueven por valores cuidadosamente meditados y seleccionados: pueden pasar muchas cosas a su alrededor pero son dueños de cómo quieren reaccionar ante esos estímulos. B. Centran sus esfuerzos en el círculo de influencia: se dedican a aquellas cosas con respecto a las cuales pueden hacer algo. Su energía es positiva, con lo cual amplían su círculo de influencia. C. Conocen sus fortalezas y sus debilidades D. Gestionan positivamente sus emociones y su actitud E. Manifiestan sus opiniones de forma asertiva F. Confían en sí mismos y gustan asumir retos G. Toman la iniciativa y emprenden la acción H. Actúan con decisión y determinación para alcanzar sus metas I. Afrontan positivamente el cambio y la incertidumbre J. Transforman los problemas en oportunidades K. Son perseverantes; no abandonan a la primera de cambio L. Están dispuestos a cambiar el rumbo de la acción hasta alcanzar los resultados que desean M. Asumen sus fracasos y los consideran como oportunidades de aprendizaje N. Generan nuevas ideas y estrategias para resolver los problemas y las dificultades O. Son inconformistas, desafían lo convencional y anticipan futuros escenarios. IV. COMO SER UN LÍDER PROACTIVO (2 Samuel 5:1-10) A. Visión de futuro. Un buen líder es aquel que no solamente dirige su equipo y trabaja muy bien el día a día, sino aquel que siempre tiene puesta la visión a mediano y largo plazo, para saber enfocar las acciones futuras de manera que vayan encaminadas al objetivo previsto a largo plazo. De esta forma será una persona muy útil para el grupo o la iglesia, evitando despistes de gestión y consiguiendo ahorros importantes, pero al mismo tiempo intangible. B. La importancia del equipo. El buen líder proactivo es capaz de mover a otros compañeros para trabajar a nivel de equipo, y así evitar el exceso de concentración de gestión en la figura de una sola persona (el jefe); esta buena gestión de equipo, enfocada hacia el objetivo común, hace que no sólo su grupo sea proactivo, sino que pueda llegar a serlo toda la iglesia. C. Algunos riesgos a tener en cuenta. La proactividad también conlleva riesgos; puede ser limitada, coaccionada o frenada por los líderes mayores que, en algunos casos, puede no compartir los objetivos. En

Módulo

1

Manual de Liderazgo III

32


Departamento Nacional de Iglecrecimiento ocasiones simplemente la falta de protagonismo de algún jefe puede frenar también esta actitud proactiva. D. Proactividad y pragmatismo. Satisface muchísimo contar con personas proactivas en el equipo; hacen disfrutar del trabajo; no obstante hay que tener en cuenta que, en este mismo equipo, debe haber también personas lo suficientemente pragmáticas para poder dar valor positivo a esta proactividad. E. Empatía. Para ser un líder proactivo hay que saber escuchar, y optimizar las aptitudes de cada uno. Se trata de hacerse entender, no de hacerse temer. F. Motivación. La motivación también es esencial para incentivar a los miembros de la empresa, y conseguir así que se cumplan los objetivos. G. Compartir. Un líder proactivo no debe aportar todas las soluciones. Es mucho mejor comentarlas con las personas que las hayan encontrado, antes de poder tomar la decisión. H. Comunicación. Se debe estar al corriente de los percances que puedan tener los colaboradores en su vida personal, y demostrarles que está a su lado. I. Educación. Hay que saber decir "por favor" y "gracias", y no olvidarse de un "piropo" cuando alguien lo merece.

J. Una organización unida. Es importante prestar la máxima atención y consideración a cada colaborador, sea cual sea su grado y cargo en la empresa. K. Firmeza. Un buen líder es exigente, pero no alza la voz. L. Predicar con el ejemplo. Hay que invertir en formación impartida en las horas de trabajo, y obligarse antes de obligarles. Así se consigue una plantilla cuyo valor es un activo para el grupo familiar y cuyo costo no es un gasto sino una inversión.

Conclusión Ser proactivo significa pensar en términos de “puedo hacer” y si eres creativo y persistente, te sorprenderá todo lo que puedes lograr. ¡Recuerda es tu decisión decir YO PUEDO!

33

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

NOTAS:

M贸dulo

1

Manual de Liderazgo III

34


Departamento Nacional de Iglecrecimiento

Lección 8 El Líder y su Espíritu de Superación Texto: Filipenses 3:8-21 Propósito: Entender que la superación constante garantiza el aprovechamiento de todas las oportunidades que Dios nos permite gozar. Objetivos : 1. Reconocer que la superación del líder es vital para su formación excelente y la capacitación para lo cual fue llamado. 2. Entender que los líderes que se rehúsan a superarse se predisponen para ser reliquias de un mundo que desfallece rápidamente. 3. Comprender que cuanto más pronto se logra la superación en la vida del líder, más pronto podrá cooperar con Dios para descubrir su mejor contribución. INTRODUCCION Como cristianos creemos en los preceptos y principios bíblicos como los fundamentos para una excelente capacitación. Lo mejor con que contamos no es nuestra inteligencia o habilidad física, sino la fe en el poder de Dios para triunfar. Todo lo podemos en Cristo (Filipenses 4:13). La esencia de la sabiduría humana es el temor a Dios y guardar sus mandamientos. I. SUPERACIÓN PERSONAL ESPIRITUAL A. Es primordial que el líder se prepare: En el conocimiento de la palabra de Dios, escudriñando las Escrituras (Juan 5:39, Hechos 17:11). El siervo que se prepara tiene una mejor capacidad para ministrar a otros, no sólo en aquellas necesidades que se relacionan con el conocimiento humano, sino también aquellas que están relacionadas con el espíritu y el corazón. B. La Biblia como fuente de instrucción: Entre los antiguos israelitas no existían escuelas en el sentido moderno, mas no faltaban medios de instrucción la cual empezaba en el hogar. (2Timoteo 3:16-17). Deuteronomio 6:4-7 nos da una muestra: “Oye, Israel: Jehová nuestro Dios Jehová uno es. Y amaras a Jehová tú Dios de todo tu corazón, y de toda tu alma, y con todas tus fuerzas. Y estas palabras que yo te mando hoy, estarán sobre tu corazón; y las repetirás a tus hijos, y hablaras de ellas estando en tu casa, y andando por el camino, y al acostarte, y cuando te levantes”. C. Fuente de sabiduría y conocimiento: ¿De dónde vienen la sabiduría y el conocimiento? En la Biblia encontramos que la única fuente de sabiduría y conocimiento vienen de Dios. “El temor de Jehová es el principio de la sabiduría y el conocimiento del Santísimo es la inteligencia” (Proverbios 9:10). “Porque Jehová da la sabiduría y de su boca viene el conocimiento”(Proverbios 2:6). Cuando aplicamos este principio estamos dejando que Dios abra nuestro entendimiento. II. SUPERACIÓN PERSONAL ACADÉMICA A. Principios básicos de la educación: Desde que nacemos comenzamos a aprender 35

Manual de Liderazgo III

Módulo

1


Departamento Nacional de Iglecrecimiento alrededor del pequeño mundo que nos rodea. Cuando damos nuestros primeros pasos en la niñez somos guiados por nuestros padres, quienes nos enseñan los valores y las bases que serán el fundamento de hábitos para una madurez sólida en la vida. B. La preparación escolar y académica es esencial para la formación del individuo y se enfoca en el desarrollo de sus habilidades. C. Factor de la educación: Enseña al hombre a aprender por sí mismo, la persona que se prepara académicamente tendrá la oportunidad de desarrollar un mejor liderazgo en la iglesia, en su ministerio o el área de trabajo donde se desenvuelva. III.

RECONOCE TUS PRIORIDADES Metas que deseas alcanzar: largo o corto plazo.

A. Esfuerzo y decisión: Es importante esforzarse y tomar la decisión. Josué 1:9 dice: “Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo dondequiera que vayas”. B. Aplica principios y conocimientos: Evaluando y reteniendo lo que es bueno, y deshecha todo aquello que no te edifica. “Examinadlo todo retened lo bueno” (1 Tesalonicenses 5:21). C. Sé diligente: La palabra de Dios nos exhorta a ser diligentes en todo lo que emprendamos. “Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene nada de qué avergonzarse” (2 Timoteo 2:15). En nuestra época la preparación académica es esencial, vivimos en un mundo de competencia donde la gente calificada tiene mejores perspectivas. La sociedad y la Iglesia de Jesucristo necesitan profesionales calificados cristianos que hagan la diferencia. Estamos llamados a ser embajadores de Cristo.

Conclusión: La práctica de la superación del líder es vital a la hora de formarnos en excelencia para la tarea a la cual fuimos llamados. Reconocer las habilidades y talentos que Dios nos da nos llevará a efectuar un servicio a Dios y a la comunidad con gozo y con el deseo de glorificar su nombre en cualquier lugar. El mismo Apóstol Pablo no se consideraba competente (2 Corintios. 3:5-6). No seamos competentes por nosotros mismos, sino en Cristo.

NOTAS: Módulo

1

Manual de Liderazgo III

36


EL LIDER Y LA ADMINISTRACION