Page 1


2 relatos 3 poemas 1 carta


Este año 2013-2014 hemos convocado por primera vez certámenes literarios en el Lorca. Y cuál ha sido nuestra sorpresa al ver el acogimiento que ha tenido; gracias a estos concursos hemos descubierto el potencial que tienen nuestros alumnos y alumnas para contar cosas, para expresar lo que sienten, lo que piensan. Nos ha fascinado la agilidad de los relatos ganadores: la complejidad futurista del cuento de Iván y el suspense propio de la mejor novela negra de Pilar; la sinceridad y naturalidad de la carta ganadora de Agustín nos emocionó, y el espectacular poemario de María Dolores simplemente nos dejó sin palabras. Queremos felicitar a estos alumnos, y agradecerles, a ellos y a todo el alumnado que ha presentado algún texto, su participación. No podíamos dejar pasar la oportunidad de publicar estos textos, y que toda la comunidad educativa pueda disfrutar de ellos. Y animar también a los nuevos alumnos y alumnas a participar en los concursos próximos. A continuación os presentamos los textos ganadores en las tres categorías: -Ganadores certamen de relatos: -El juego, de Iván Martín (3º B) -El secreto mejor guardado, de Pilar Granados, (1ºB) -Ganador concurso de cartas: -Un mensaje para ti, de Agustín Chacón (PCPI 2) -Ganadora concurso de poesía: -María Dolores García (3ºB)


Las imágenes de este libro, tanto de la portada como del interior, están tomadas de la obra del pintor granadino, ya fallecido, José Guerrero o están inspiradas en ella. Este pintor practicó el expresionismo abstracto al modo de Robert Motherwell y otros pintores norteamericanos. Está hecha a base de sugerentes manchas realizadas de un modo gestual o automático. Incluye páginas donde podrás escribir o dibujar, después de haber jugado de alguna manera con sus textos: seleccionando frases y creando textos nuevos, usando sus palabras para deja volar tu fantasía o imaginando a tu modo los escenarios o los objetos que se nombran para crear tus propias imágenes. El profesorado hará más propuestas para que puedas usar este libro de una manera creativa.


TeXTOS


Se dispuso a encender el ordenador, pero para su sorpresa, este no iba, por lo que decidió ir al despacho del director de su empresa para preguntarle a él si sabía lo que pasaba. Al llegar al despacho, el director no estaba, aunque no se extrañó, ya que Toni sabía que era un tipo que estaba siempre ocupado y que seguramente estaría reunido en la sala de reuniones, por lo que decidió ir. Al llegar a dicha sala y ver que no había nadie, Toni se empezó a asustar. Toni se tomó unos minutos para recapacitar sobre lo ocurrido, y en ese mismo instante se percató de algo que le dejó atónito. Una voz en “off” había estado narrando todo lo que hacía e indicándole lo que debía hacer. Al intentar hablarle a esta extraña voz, Toni se dio cuenta de que no podía emitir palabras. Se sentó en una de las sillas de la sala, hasta que se percató de que no podía ver su cuerpo, aunque lo sentía y sabía con toda seguridad que estaba ahí. Era como si fuese un videojuego y que él era alguien que está controlándose a sí mismo desde detrás de un monitor. Toni, como jugador, debía decidir si hacer caso a la voz en “off” o seguir adelante por sí mismo. Este decidió seguir las instrucciones de la voz en off, porque tenía curiosidad por ver donde llegaba esto. Toni se dirigió hacia su despacho, para comprobar si todo seguía igual, o si por lo contrario su ordenador al fin iba y su compañero había llegado. Pero al llegar, observó que nada había cambiado. Todo seguía siendo igual de anormal que al principio del día.

7

EL JUEGO

A día de hoy, estamos en un día aparentemente normal en el que Toni acaba de llegar a su puesto de trabajo y ya se ha sentado y preparado para iniciar el día. Hay algo que le extraña, y es que Luís, su compañero de oficina no había llegado aún, pero simplemente pensó que habría enfermado y por ello el motivo de su ausencia.

Iván Martín, 3º B

T

oni era una persona normal, con una casa y familia normales. Tenía una mujer y dos hijos normales, y un perro de lo más normal. También poseía un trabajo con su propia oficina, en el que únicamente se ocupaba de pulsar continuamente una serie de botones para que todo siguiera siendo normal, como de costumbre.


Toni le empezó a dar vueltas a todo, se empezó a cuestionar ¿La vida que llevaba hasta el momento era tan buena como él pensaba?, ¿Qué había él hecho mal?, ¿Por qué pasaba todo esto? Entonces, la vista se le empezó a nublar, cada vez se sentía más relajado y pensó que todo aquello sólo había sido un sueño, una mala pesadilla y que cuando despertara volvería a tener otra vez su vida normal y perfecta de siempre. Pero aquello no fue así. Al recuperar la vista, Toni estaba en una especie de sala negra y vacía. Al dar un solo paso, miles de pantallas se encendieron a su alrededor. Todas ellas parecían ser las cámaras de seguridad de distintas oficinas De personas aparentemente normales. En muchas de ellas había gente trabajando y en otras tantas no. Toni observó todos aquellos monitores y encontró algo que quizá le debería haber impresionado, pero en absoluto lo hizo, posiblemente por la cantidad de cosas extrañas que ya le habían sucedido, y era la cámara de seguridad de su oficina. ¿Eso quería decir que le habían estado observando todo este tiempo? ¿Solo había estado continuamente actuando como una simple marioneta? ¿Esto era posible? Pues bueno, Toni, esto no lo estás pensando, pero debido al poder que tengo sobre ti te lo voy a decir. Estás en el motor del juego. Donde se inician todas las partidas de miles de jugadores de una realidad virtual. Puedes creértelo o no, pero por si no lo entendiste bien, empecemos de nuevo… A día de hoy, estamos en un día aparentemente normal en el que Toni acaba de llegar a su puesto de trabajo y ya se ha sentado y… Un momento. ¿Toni, donde vas? ¡Esto tan siquiera está entre mis papeles! ¡Vuelve a sentarte! Bueno, es algo contradictorio, pero te seguiré el juego. No sé donde quieres llegar con todo esto. En fin, Toni se puso a correr como un loco, dando vueltas por todos sitios, esperando quizás a que fuera la hora de entrar a trabajar y así llegar tarde. Toni sabía que lo que estaba haciendo estaba mal, pero aún así seguía corriendo. Bajó al garaje, buscando salir del trabajo. Era normal que quisiera

8


tomar un poco de aire. Al ver que todas las salidas habían desaparecido, volvió al punto de inicio para seguir las instrucciones del narrador… He dicho, que Toni fue al punto de inicio. ¡Toni!, ¡hagamos las cosas bien! ¿Quieres? Pues bien. Al fin Toni accedió a volver al punto de inicio, una vez que se había tomado un pequeño descanso antes de empezar. Toni se dirigió hacia el despacho de su jefe. Ejem… ¡Toni!, ¡Sabes perfectamente que por ahí no se va a la sala! Venga Toni… no marees más la perdiz… no te puedes hacer una idea de todo el trabajo que hay detrás de todo esto, entre preparación, gráficas, alguien que escriba el guión y, bueno, el auditorio desde el que te hablo vale una pasta, ¿Sabes? Sí, sí. Esa es la cara que esperaba que pusieras. Mira a tu alrededor. ¿Lo ves? ¿Ves como todo a tú alrededor se va difuminando? Cada vez va quedando menos… ¿Quién iba a decirme a mí que ésta iba a ser mi última partida. ¿A quién le pareció buena idea ponerle consciencia propia a los personajes? Bueno, pues ya no queda nada de tu mundo. ¿Estás contento? ¿Sabes que acabas de dejar a miles de personas en paro por tu simple estupidez? Pero qué digo… la locura me está envolviendo… ¡Estoy hablando con un montón de pixeles! Con sentimientos, pero no dejan de ser solo pixeles… A todo esto, por si te lo estás preguntando, tu familia y todos tus seres queridos realmente no existen. Son, con suerte, otros jugadores que vivían de ellos al igual que yo de ti. Sé que te resulta muy extraño, pero es lo que hay. Los del otro lado somos los que programamos vuestros días y noches y somos los que decidimos si tenéis hijos o no. Por supuesto, esos hijos dan trabajo a otras muchas personas. Pero todo eso se acabará. No te preocupes, en realidad tú no tienes la culpa de nada. Bueno… Después de esto, lo más seguro es que tu respuesta a mi siguiente pregunta sea que no, pero bueno, no pierdo nada. ¿Te gustaría terminar la partida? Ya sabía yo que no querrías… un momento, ¿Estas asintiendo? ¡Sí! ¡Estas asintiendo! Vaya, Toni, estarás hecho de pixeles, pero eres una gran persona. Pues bien, espera que haga unos ajustes, crearé un único cuarto en el que solo te daré una opción para hacer. Aquí no podrás desobedecerme.

9


Observarás que estás en una sala, de las dimensiones de tu antigua oficina, en la que únicamente hay un teléfono. Ese teléfono empieza a sonar. Toni, intrigado por quién podría ser, lo cogió. Venga Toni, no te queda otra cosa que hacer que coger ese teléfono. Podrá ser tu mujer, o tus hijos, o quizá sea tu jefe. Sé lo que estás pensando, si no existen, ¿Para qué lo vas a coger? Pues ¿Sabes qué? También puedes quedarte quieto y no cogerlo. Aunque así lo único que conseguirás es que los dos entremos en locura por el constante sonido de ese teléfono. Tú elijes. Otra cosa no puedes hacer. Un momento, ¿¡Que has hecho!? ¡Has desconectado el teléfono! Pero, ¿Cómo? No es posible… esto no está programado por miles de personas para que una simple inteligencia pixelizada, que al parecer resulta tener más inteligencia que un humano, lo destroce todo de esta forma. En fin… iré a informar a mi jefe de lo sucedido, por si ya no se lo habían comunicado. Que sea él quien decida qué hacer con la empresa. El narrador, se dirige hacia el teléfono más cercano y, con nervio y coraje, marca el número de su jefe, al cual, nunca ha visto realmente. Este comunicó lo sucedido. El superior, no hizo tal cosa que dar una gran carcajada, como si de un chiste se tratase. El narrador, algo aturdido y cada vez más nervioso y con voz entrecortada preguntó: -¿A… a qué se debe su risa? ¿He… he dicho algo raro? ¿Pronuncié mal alguna palabra? O por el contrario, ¿Le hace gracia que una empresa de tal importancia y prestigio, como lo es esta, entre en su mayor crisis e incluso quiebre? –A lo que el jefe, con gran seguridad de sí mismo respondió: -¿Empresa de gran importancia y prestigio? *volvió a reír* ¿Realmente cree usted, que con la cantidad de mundos y universos que existen, nuestra empresa es algo importante y prestigiosa? Realmente, si me permite decirlo, tiene usted una mente poco abierta, ¿sabe? –Con voz temblorosa, nuestro narrador respondió: -¿C…Cómo? Verá… no es por contradecirle pero, creo que se equivoca. –Nuevamente, su jefe con gran seguridad dijo: Compruébalo por ti mismo. Devuélvele la capacidad de hablar a Toni y pregúntale qué pensaba él de la vida antes de lo sucedido. –Toni en tono irónico reprochó: Sí, ya. Pero si ni siquiera existe realmente, ¿Cómo esperas que pudiera imaginar

10


tantas cosas? No es más que un pobre palurdo hecho a base de pixeles. –A lo que el jefe respondió: bueno, pues no sé si fui bien informado, pero ese pobre palurdo fue capaz de razonar lo suficiente como para volver loco tu juego. –El narrador, mosqueado dijo: Ya, y lo rompió. Y un juego solo lo rompe un palurdo. –El jefe volvió a reír, esta vez una carcajada casi interminable y respondió: Já já já já. ¡Y te dejó en paro! Já já já. –El narrador enfureció, ya que sabía que su jefe llevaba la razón y contestó: ¡Eso fue por mi despiste y falta de atención! Si hubiera estado más atento le puedo asegurar que ese patán no llega a hacer lo que hizo. –A lo que el jefe dijo: Ya, ya. Sigue cavando tu propia fosa. El narrador, suspiró. El jefe seguía hablando: -Mira… hagamos una cosa, ¿Quieres? Presta un poco de atención a tu entorno, tus actos, tus pensamientos. Recapacita sobre todo. Quizá llegues a alguna conclusión. ¿Quién sabe?- Antes de que el narrador de Toni pudiera decir nada, el jefe colgó. ¿Qué sería lo que quería decir el jefe? ¿Tendría que ver con Toni? *Pensó*. Entonces miró hacia la pantalla del juego. Para su sorpresa estaba apagada. Intentó encenderla de algún modo, pero no había manera. Este se sentó en una silla a recapacitar lo sucedido, tal y como su jefe le dijo. Después de unos minutos, el narrador alzó la vista. Miró a su alrededor pero… no podía creérselo. Todo se estaba difuminando, como si de un juego se tratase. Entonces empezó a darse cuenta. El también tenía su propia voz en “off”. Igual que Toni. Pensó que era imposible… esto no podía ser verdad. Pues sí. Lo es. Yo soy tu narrador. El que te controla. Igual que tú hacías con Toni. Dime, ¿Qué se siente al saber que tu vida se basa en una mentira y que estás hecho de pixeles? ¿Qué se siente al saber que realmente no existes? Mal, ¿Verdad? Pues así fue como se sintió Toni. Pensarás que ahora ya nada tiene sentido, pero no es así. Ahora es cuando todo debería de cobrar más sentido en tu vida. Todos estamos dominados por un ser muy superior, que nos controla desde detrás de una pantalla. Pero, ¿Sabes una cosa? No sabía que había creado un ser tan egoísta. Sí, como lo oyes. ¿Crees que el culpable de todo fue Toni? Para nada. El culpable de todo lo que ha pasado hoy es tu egoísmo. El pensar solo en ti. Lo único que

11


pensaba cuando Toni te desobedecía era que te ibas a quedar sin trabajo. Y, ¿Por qué no se lo explicaste? Si se lo hubieras explicado desde un principio estoy seguro de que te hubiera hecho caso. ¿O crees que Toni hubiera destrozado su mundo si lo hubiera sabido? Sí, ya sé lo que estás pensando. Toni solo era un montón de pixeles. ¿Y qué? Te recuerdo que tú también lo eres, y tienes sentimientos y pensamientos propios. ¿Qué te hace pensar que Toni no los tenía? ¿Sabes que posiblemente yo también esté formado de pixeles? Y También el que me controla a mí. Y el que controla al que me controla. Y el que controla al que controla al que me controla. Buff. Es lioso. Puede parecer una paranoia, pero es la pura realidad. Bueno, ha llegado la hora de que me vaya. Tu mundo se está acabando, y dentro de poco será el mío el que desaparezca, y así llegará un punto en el que todos los mundos desaparezcan. La de cosas que hemos aprendido hoy. ¿Te das cuenta? Es alucinante. Hemos descubierto el significado de nuestra vida. Es algo decepcionante pero, ¿Qué más da? Si vamos a morir de todos modos. Ahora descubriremos lo que nos aguarda después de la muerte. Fascinante, ¿Verdad?...¿Verdad?.................................... ¡INSERT COIN…!

12


P谩gina para la creaci贸n


P谩gina para la creaci贸n


Mis amigos, Mark, Tomy, Annie y Ángela, son muy parecidos a mí. Las tardes que podemos, salimos a tomar un café para pasar un rato juntos, puesto que todos trabajamos mucho. . En mi familia somos cinco: San,mi padre, Janisha, mi madre y mis hermanos Aron y Erick. Yo soy la mayor de todos. Nos llevamos regular pero nos queremos mucho y en los momentos difíciles siempre estamos unidos. Aron, mi hermano, tiene una enfermedad. Esta enfermedad es muy extraña, se llamaba síndrome del corazón izquierdo hipoplástico, esto consiste en que nace con la mitad del corazón. Ahora Aron está bien, tiene 14 años, su vida es como la de los demás. Yo vivo sola en una gran casa situada en Nueva York, en la calle Rox Ville número 15, mi preferido. Mi calle es limpia y ordenada. Los vecinos son tranquilos, nunca hay discusiones. La casa tiene un amplio jardín con césped y flores de todo tipo. Está rodeada por vallas de color blanco. En la parte delantera de la casa hay una serie de losas que conducen a la entrada de la casa, antes de entrar a la casa hay un perro de pelo corto. Es blanco y negro. Lleva un collar rosa con unas letras de diamantes que pone Fredi, su nombre. En la parte trasera de la casa hay un pequeño parque con un tobogán de color verde y lila, un columpio y un trampolín. Junto a él está la piscina. En la izquierda hay una mesa de color verde igual que las sillas. Al entrar en la casa te encuentras con un zaguán donde hay un perchero. A la derecha hay una cochera amplia para meter mi coche y a la izquierda un cuarto para relajarse. Luego está

15

EL SECRETO MEJOR GUARDADO

Pilar Granados, 1ºB

D

emetria, ese es mi nombre, el cual no sé por qué me lo pusieron. Creo que mis padres tienen demasiada imaginación. Os voy a explicar un poco cómo soy. Yo soy alta, de tez morena y estirada, siempre me dicen que parezco más joven. Soy delgada, ya que hago mucho deporte y me gusta comer sano. Tengo el pelo de color azabache, mis labios son rojos. El azul de mis ojos produce tranquilidad, así logro que la gente confíe más rápido en mí. También soy atrevida e inteligente. Mi carácter,fuerte, muy pocas veces daña mis sentimientos.Yo trabajo como inspectora de homicidios. Siempre pienso en positivo.


el salón formado por tres sofás, y una chimenea, junto a ella un mueble con una televisión rodeada de fotos de mi familia. A la izquierda hay una puerta que te lleva a un sótano donde plancho y lavo la ropa. A la izquierda de la puerta del sótano hay un servicio que tiene un inodoro. Junto a él, un lavabo y una ducha. En la parte trasera del salón está la cocina. En ella hay una mesa de color marrón y una nevera, junto a la cual hay una cristalera donde se ve todo el paisaje. A la izquierda del horno está la despensa, donde hay un congelador, un botellero para el vino, y tablas para colocar la comida. A la izquierda del salón te encuentras con una escalera que te lleva a la parte de arriba donde está el pasillo. Enfrente ves un servicio. A la izquierda puedes divisar una habitación de invitados compuesta por una cama, un ropero amplio que tiene dos puertas y en una de ella se encuentra la televisión. El cuarto es de color azul. A la derecha del pasillo está mi habitación, compuesta por una cama con una funda de color rojo y al lado de la cama hay una cristalera grande tapada con unas cortinas de color marrón y beige. Junto a ella está el servicio con una bañera grande parecida a un jacuzzi tapado con una cortina de color blanco. Junto a él te encuentras con el vestidor lleno de pantalones, vestidos, lencería, zapatos.... La comisaría donde trabajo está en el centro de Nueva York. Al entrar hay cinco policías que vigilan y ayudan a todas las personas. A la izquierda hay un ascensor y junto a él una escalera. En la planta alta están todas las mesas de los inspectores: la de Calvin, Mark, Annie, Ángela,Tomy y la mía. Al fondo de la planta alta está la oficina del jefe. El 30 de julio, yo me levanté muy temprano, como siempre, me di una ducha de agua fría para despertarme. Aquel día me vestí de forma especial. Me puse unos pantalones de color negro entallados, una blusa de color blanco y cazadora negra y azul con unos botones dorados. Cuando terminé, me arreglé el pelo y me lo ricé.. Desayuné dos rebanadas de pan con mermelada. Después me puse mis tacones de color azul oscuro a juego con el bolso y arranqué mi coche camino a la oficina del departamento de

16


Nueva York. Al llegar mis amigos me comentaron: -Demetria, tenemos un nuevo caso muy importante-- me dijo Mark - Este caso es difícil, pero con tu ayuda lo conseguiremos--dijo Ángela con una sonrisa--.Nos lo han dado a nosotros porque tenemos el mayor número de casos cerrados. -¡Todo es gracias a ti, tú eres la que más casos ha cerrado!-exclamó Mark, mirándome fijamente - ¡Demetria, eres la mejor!--dijo el jefe Andrew muy ilusionado. Incluso me dio dos besos en la mejilla. Me quedé sorprendida al ver a Andrew dándome dos besos en la mejilla. Él hablaba poco con los inspectores. Estaba alegre, eso significaba que este nuevo caso era muy importante para él. Yo leí los papeles sobre el caso. Se trataba de un hombre que había sido asesinado en la calle Washington Square en el centro de la carretera. Recibió tres tiros en la pierna y uno en la cabeza. Además de eso le hicieron pequeñas rajas por todo el cuerpo para que sufriera. Al lado de él había escrito una letra, la D. Estaba escrita con la sangre del hombre, lo que significaba que había muerto desangrado. Inmediatamente fui a la calle donde sucedió el asesinato. Los vecinos estaban escandalizados, los inspectores y los policías los estaban calmando. Yo me paré a mirar la calle y pensé que algo extraño ocurría ya que algunas personas estaban escandalizados, otras no paraban de reírse detrás de mí. En la calle no había ningún coche. Los árboles se movían demasiado, era raro. La pregunta que me hice fue: “¿ Qué está pasando en este lugar frío y sigiloso?”. Vi el cuerpo y extraje las balas de la pistola. Clea, la forense , se lo llevó al laboratorio para analizarlo. Me quedé mirando las gotas de sangre seca que conducían a Central Park. Allí había balas. Fui a ver a Clea y me comunicó: -¡ Demetria, sé cómo era el arma! - ¿Cómo es?-- le pregunté.

17


- Es el calibre 9 mm-- dijo. - Vale, y sobre el cuerpo ¿ has averiguado algo?-- le pregunté. -Sí, ha recibido cuatro disparos, tres en la pierna y uno en la cabeza-me contestó. -¿Sabes algo más? - Voy, es que no hablo tan rápido como tú, Demetria. Bueno, se llama Chad Moore Reeve, no tiene familia. Lo último que dijo fue que ayudaran a su hermana. Nos lo ha contado el señor que lo encontró--me contestó. -Mark, busca información sobre la hermana de la víctima--dije. -De acuerdo, enseguida voy...Murió a las 03:00 de la madrugada y le dispararon a las 2:30 de la madrugada; por eso las balas están frías. Tiene cicatrices porque le hicieron pequeñas rajas con una navaja. -Vale, si encuentras algo más me llamas, le dije. Cuando llegué a la comisaria busqué información sobre Chad, la víctima, pero para saberlo llamé a todos los orfanatos de Nueva York donde él estuvo. Se llamaba Manhatan. También me dijeron dónde vivía actualmente, ya que él iba todas las semanas a visitar a los niños huérfanos, fui corriendo a contárselo a mis compañeros. -Vale, iremos Tomy y yo a investigar--me contestó Mark. - Vale. Annie, Ángela y yo iremos a su casa--le dije- . Si luego queréis ir estaremos en la calle Mex Troon, número 22. -Vale-- dijo Tomy. Annie iba conduciendo tranquilamente con mi coche, mientras que Ángela y yo íbamos hablando del caso. Todas estábamos impacientes por saber cómo era la casa, quién sería su hermana... De repente sonó mi móvil: - Sí, ¿quién es?-- dije. - Hola Demetria, soy yo, Clea, llamaba para decirte que Chad tiene 30 años, contestó. - Vale, no te preocupes que me acordaré, tiene la misma edad que yo—dije.

18


-Vale, pero, cuando llegues a comisaría, recuerda que lo tienes que apuntar en la hoja que te di. - Vale, no te preocupes, dije. -¡Adiós¡-- contestó. Colgué el móvil rápido al ver que estábamos cerca de la casa. Todas nos quedamos impactadas al verla porque era igual que la mía. Pensé que tendríamos algo en común . En la casa no había nada, seguramente él se fue al saber que lo iban a matar. Nos fuimos a comisaría tal y como vinimos, sin ninguna información. Y al encontrarnos con los chicos estuvimos conversando sobre el asunto. -Espero que tengáis alguna noticia buena--dije. -Sí, Chad ha vivido aquí toda la vida, dicen que tiene una hermana de 30 años que al parecer, eran hermanos de misma madre y padre, pero le dejaron en el orfanato porque no lo querían, contestó. - No sé cómo pueden existir personas así-- dije. - Eso no es todo, los padres no querían que Chad supiera nada de ellos porque, por lo visto, la madre se casó con otro y el padre también--dijo Tomy. - ¿ Y que pasó con ella?--les pregunté. -La niña se quedó con su madre y su pareja. Dicen que creció creyendo que aquel hombre era su padre. -Y en cuanto a su padre biológico no quiso saber nada-- dijo Tomy. -¿Sabéis el nombre?-- pregunté. -¡Sí! Se llama Brendon-- me respondió Tomy - Chicos, de verdad sois geniales... Mark ¿puedes buscar dónde vive? - Claro, Demetria-- me contestó Aquel día tenía ganas de ver a mis padres y al terminar fui a casa de ellos. Estuve un buen rato esperándolos porque habían salido y me quedé con mis hermanos. Estuve toda la tarde ayudándoles a los dos. Sonó el teléfono de mi madre, y fui a buscarlo. De camino vi ropa con sangre. Cuando me iba a acercar abrieron la puerta de la casa. Eran mis padres. -Hola -Hola--contestó mi padre

19


-Demetria, ¿qué haces aquí?, me preguntó mi madre. -Necesitaba hablar con vosotros. -¿Sobre qué?, mis padres preguntaron a la vez. -Sobre el caso que llevo. No sé cómo averiguar quién mató a la víctima. -Pues cuéntanoslo-- dijo mi madre. -Verás, el caso va sobre un hombre que es asesinado por alguien muy cercano a él, pero por lo visto los padres no le querían. -Pueden ser sus padres, sus hermanos, los tíos, primos...--dijo mi madre. - ¿Cómo se llama ese chico?-- insistió padre. - Chad, dije. - ¡Ah!-- mis padres contestaron de forma desconcertada. -¿Qué os pasa?-- les pregunté. -No nos pasa nada, Demetria. - Demetria, ya es hora de que te vayas a tu casa, que tu padre y yo tenemos que descansar-- dijo mi padre. Me despedí de mis padres y de mis hermanos, y me fui a casa. Al llegar observé las fotos de mi infancia y me di cuenta de que todas las fotos me las hice con mi madre, eso me extrañó mucho, porque las fotos con mi padre empezaron a los cuatro años. Comencé a dudar sobre si Ian era mi padre. Al día siguiente hice lo de siempre y fui a la comisaria, pero por el camino me encontré con Ian. Le dije que me esperara que le iba a decir una cosa: - Lo siento, Demetria, pero no tengo tiempo-- contestó Ian. - Espera,¿ quieres que te lleve?--le dije y paré el coche. -Está bien--dijo Ian. Llevé a mi padre a la empresa donde trabajaba y entonces. a la hora de despedirme, le arranqué un pelo para hacerle una prueba de paternidad. Llegué al laboratorio de Clea y le dije que lo analizara para mí. Seguí con el caso. Mark y Ángela fueron a desayunar juntos y después, buscaron información sobre Chad en una página web. Descubrieron que su madre se llamaba Janisha. Fueron a contármelo, no reaccioné bien. En ese instante apareció Clea y me dijo :

20


-Demetria, las pruebas que me dijiste que te analizara han dado negativo. -Gracias, Clea-contesté. -¿ Demetria, estás bien? Sabes que a mí me lo puedes contar todo-dijo. -Verás, las pruebas que has analizado de paternidad son de mi padre y mía. -Lo siento, Demetria. -No pasa nada Clea, ya me lo temía, pero le puedes decir a todos que me encuentro mal y que me voy a casa. -Por supuesto que sí. Si necesitas algo me llamas--respondió. -Vale, y si averiguan algo que me llamen. -Vale-- me contestó No me fui a mi casa, sino a la de mis padres, y cuando llegué me fui directamente hacia mi madre. -Mamá, Ian no es mi padre ¿verdad? -No lo es. Tu padre se llama Brendon--dijo. -¿Brendon Swan? -Sí, me respondió. -Y también tengo un hermano ¿verdad? que se llama Chad. No me lo puedo creer, la persona en la que más confiaba en esta vida me ha mentido. Adiós mamá--dije furiosamente. Me fui enfadada a la comisaría. Mis amigas me consolaron mientras los chicos seguían con el caso. -Demetria, lamentamos mucho decirte esto, pero Ian y Janisha son los que mataron a Chad, o sea, tus padres, dijo Mark. -Vale--dije con lágrimas en los ojos. -Ahora ¿ qué vas a hacer?-- me preguntó Annie. -Cumplir con la ley-- respondí con la voz entrecortada. Fui a casa de mi madre y la arresté junto a Ian, y los dos se declararon culpables. Al cabo de un año me hice cargo de mis hermanos. Conocí a Adam, un chico de mi pueblo, que me ayudó en todo. Nos enamoramos y juntos formamos una familia con mis hermanos y nuestra hija, Adele. FIN

21


P谩gina para la creaci贸n


Tú ya conocías a alguno de mis amigos, y aquella tarde de principios de verano me dijeron que coincidiríamos en una fiesta. En ese momento se paró el tiempo, mi corazón solo supo recordar el beso que nos dimos. Si te volviese a ver, no sabría qué haría. Estuve semanas y semanas pensando en esa fiesta y cuando llegó el día no supe qué hacer, no estaba preparado para tanta presión. ¿Quéé nos pasaría a los dos cuando volviésemos a mirarnos? Al llegar a la fiesta y ver que todavía no habías llegado, tuve unos minutos dee reflexión para saber cómo actuar cuando te viese. A las doce, como si fuera la hora de los sueños, sonó la puerta y al verte entrar con ese vestido blanco y esa carita sonriente, que me gusta tanto, nos mirarnos y nuestros ojos brillaron. Nos acercamos uno al otro y, al tenernos cara a cara, empezamos a besarnos. Te acercaste a mi oído do y me dijiste susurrándome: “No te dejaré escapar otra vez, quiero ro vivir contigo”. Esa noche fue la más importante en mi vida, y hasta ta el día de hoy sigo igual de feliz que aquel día en el parque María Luisa.

UN MENSAJE PARA TI

“Ya que fuiste mi amiga, quisiera describirte una batalla perdida…”, quisiera recordar aquel día que cruzamos miradas y surgieron sentimientos, diría lo que pienso sin pensar lo que digo para describir la sensación que correteó mi cuerpo. Aquel 14 de Febrero a las tres de la tarde en el parque Maria Luisa, mientras daba de comer a las palomas, te acercaste a pedirme la hora, y yo, al decírtela, te miré, me miraste a los ojos, y nos dimos cuenta de lo que surgía. Te quedaste conmigo en el parque y estuvimos charlando hasta que se nos hizo de noche. Te llevé a tu casa y al despedirnos nos dimos nuestro primer beso. A partir de esa noche mi vida cambio, empezó a pasarme lo que dice la gente: “mariposillas por el estómago”. Veía el mundo de otra manera simplemente enamorado de ti.

Agustín Chacón, PCPI 2

Querida amiga:

23


P谩gina para la creaci贸n


cuando el resto ya se ha ido. Que cuando me hunda me levantes o te hundas conmigo. Me gusta cómo me miras. cómo consigues hacer que hasta el peor de los días acabe sabiéndome bien. Cómo aparentas serenidad, cuando hay una batalla ahí fuera.

Poemas

M

e gusta que te quedes

María Dolores García 3ºB

I

También me gusta que te enfades. Que insistas. Que resistas. Que no te dejes callar. Que puedas ser una fiera o un cordero. Que no te dejes domesticar. Me gusta que seas tú. Me gusta que hagas que sea yo. Me gusta que seamos nosotros.

25


II

N

unca pensé

que pudiera doler la nada. Nunca pensé que pudiera llenarme tanto el vacío. Nunca pensé que pudiera quebrar mi voz con un grito ahogado. Nunca pensé que fuera un mar de lágrimas el que fuera a bañar mi piel con más frecuencia. Nunca pensé que alguien de apariencia tan cálida tuviera un corazón frío como el hielo. Nunca pensé que la soledad sería mi única compañera en este viaje hacia ninguna parte. Tampoco pensé que fueras a marcharte, y qué idiota fui al no darme cuenta de que, de alguna manera, ya hacía mucho tiempo que te habías ido.

26


III

N

o hay nada que siente peor

que ver cómo te alejas lentamente. Y tus recuerdos se disipan como el humo de un cigarro a punto de consumirse. Pero nunca terminas de marcharte. Y cuando creo que no me pareces importante, que no me duele el verte de esa forma, vuelves a aparecer con más fuerza y astucia que nunca. Y vuelves a llevarme por tus calles, a recordarme lo que fuimos y los sueños que perseguimos. Y haces que vuelva a enamorarme. Lo peor es que no puedo hacer nada por evitarlo. Y eso, amigo, es lo que más jode. Porque luego vuelves a desaparecer sin dejar rastro. Como un sueño fugaz del que nunca consigo despertarme.

27


P谩gina para la creaci贸n


Índice • Ganadores certamen de relatos: -El juego, de Iván Martín ......................................... -El secreto mejor guardado, de Pilar Granados.........

7 15

• Ganador concurso de cartas: -Un mensaje para ti, de Agustín Chacón...................

23

• Ganadora concurso de poesía: -Poemas, de María Dolores García...........................

25


Se imprimió este libro de jóvenes autores en los días de mediados de noviembre del año 2014, cuando La oscuridad mordía la cola luminosa de los días agrandando las noches de La Puebla. A pesar de ello, el rumor de las alas adolescentes se escuchaba en los jardines y en las calles como una dulce promesa.


2 Relatos, 3 Poemas, 1 carta  

Composiciones premiadas en el I Certamen Literario del IES Federico García Lorca. Año 2014

Advertisement