Page 1

C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

ORAR EN EL MUNDO OBRERO 17ª SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO (24 julio 2011) Tesoro escondido, perla fina: símbolos atractivos pero muy reales de Jesús y su evangelio liberador, de valor único, superior a cualquier otro valor humano. El Dios del Reino y el Reino de Dios, que anuncia y dinamiza Jesús, es amor y comunión de amor, libertad plena de toda dominación y posesividad, los pobres sentados a la cabecera de la mesa en plena dignidad y justicia…

VER “El Movimiento 15 M considera que las democracias representativas sufren una crisis de legitimidad porque actúan al dictado de las instituciones financieras. El FMI, el BM, el BCE y los mercados son los que marcan las políticas de los Estados. “Estas políticas económicas, asumidas por estos Estados como inevitables”, sostiene Serrano, son las que conforman un determinado modelo productivo y social que margina a la mayor parte de la población, a los más desfavorecidos, sobre los que caerán los recortes económicos, sociales y políticos, a favor de los grandes capitales” (Joseba Elola, El País 16/6/2011).

TESTIMONIO (Enrique Gómez, Consiliario del MRC Adultos y párroco de Miajadas –Plasencia-, donde se celebró el Día de la Acción Católica, el 12/6/2011). “A mediados de los años 80, Agustín y yo, asumimos la tarea pastoral como párrocos, y unificamos lo que jurídicamente eran dos parroquias en una, para ser creíbles en la unidad y eficaces en el trabajo pastoral. Desde el principio vivimos y compartimos la misma casa y bienes. Desde esos años fueron apareciendo unas opciones claras: 1) una parroquia comunidad: entendíamos que es la comunidad la que tiene que evangelizar. Los cauces abiertos en la parroquia serán plataforma donde la gente se reúne, se conoce, comparte y evangeliza; 2) promoción de los laicos/as, en una doble dirección: de corresponsabilidad dentro de la iglesia (evangelizar, servir a los pobres y celebrar) y de presencia en la vida pública para transformar la realidad según Dios quiere; 3) opción clara por los Movimientos Apostólicos de AC, como cauces propios y necesarios para el acompañamiento de los laicos. Empezamos a iniciar en esos años y actualmente hay 5 grupos del MRC, 3 de jóvenes en la JEC y 1 de MJRC. A la vez se fueron creando cauces donde los laicos pudieran ejercer como tales: Ca-

1


C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

ritas, catequistas, pastoral de la salud, educación del tiempo libre, animadoras de barrio, renovación de las cofradías. El crecimiento, lento y paciente, de sentido de comunidad fue ayudado por: 1) Cada grupo ha de reunirse, formarse y orar juntos. 2) Todos representados en el Consejo de Pastoral, que se reúne cada dos meses. 3) Dos encuentros comunes de todos los grupos, antes de Navidad y Semana Santa, para rezar juntos y convivir, aparte de alguna asamblea anual. Entresaco un pequeño testimonio de Damián, campesino, entregado a la causa del campo: “Puedo decir, después de un proceso de tiempo, que yo vengo de los lejanos y he encontrado lo que venía buscando en la Palabra de Jesús. Ahora se ha hecho cercano y pongo por encima de todas las cosas al Jesús encarnado en tanta gente del campo, en las situaciones que nos invita a cambiar para hacer Reino de Dios, como él dice, y en la ayuda a los más débiles. Soy de pocas palabras y por eso, el transmitir a la gente de la agricultura el evangelio, me resulta dificultoso, es más mi presencia, la manera de actuar y pensar como yo evangelizo. En el MRC he ido creciendo como cristiano, también ha sido el motor que ha movido mi formación, mi voluntad y mi fe. Encontré a otra mucha gente en la parroquia y entendí que cada uno estamos y evangelizamos en distintos sitios con un fin común. Me creo, así lo experimento, que uno siembra y es Dios quien hace crecer, como la va haciendo en mí”. El tesoro del Reino, de modo escondido, va generando conciencia en la sociedad de los poderes económicos que la dominan y deshumanizan. En una Iglesia donde se sirve y se pone la mesa a los laicos y a los empobrecidos, muchos llegan a descubrir y dejarse seducir por el valor y belleza de la perla fina del Reino de la verdadera promoción personal, social y eclesial. Oremos desde la realidad actual de nuestra ciudad y nuestra comunidad eclesial.

Poema (Ana Morales, en M. López, La voz, el amigo y el fuego, Narcea, 17) CUANDO EL EVANGELIO IRRUMPE EN EL CUERPO

Cuando el Evangelio irrumpe en el cuerpo

no es la paz de la siesta lo que llega, es la revolución, es ver cómo escapan de las manos las riendas de nuestra vida, es una locura insólita, es la inmensa alegría acompañada del hondo dolor.

2


C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

Cuando el Evangelio irrumpe en el cuerpo

llega disfrazado de humanidad, miserable y extraordinaria; marcará nuestra vida para siempre, hará una línea en nuestra historia que divida el antes y el ahora; y nos dejará pobres, inmensamente pobres, desposeídas de nosotras mismas, pero firmes en la esperanza y abiertas hacia la libertad.

Cuando el Evangelio irrumpa en el cuerpo

habrá que pedir ayuda. A fuerza de mente, corazón y gracia, le reconoceremos. Pero no, no será la paz de la siesta lo que llegue. Nos dejará despiertas y atentas, nos hará humildes y solidarias, nos atraerá hacia otros… y nos pondrá en camino, proclamando que el reinado de Dios ya se acerca.

PALABRA DE DIOS (Mateo 13, 44-52) Dijo Jesús a la gente: “ Se parece el reino de los cielos a un tesoro escondido en el campo; si un hombre lo encuentra, lo vuelve a esconder y, de la alegría, va a vender todo lo que tiene y compra el campo aquel. Se parece también el reino de los cielos a un comerciante que buscaba perlas finas; al encontrar una perla de gran valor, fue a vender todo lo que tenía y la compró. Se parece también el reino de los cielos a la red que echan en el mar y recoge toda clase de peces: cuando está llena, la arrastran a la orilla, se sientan, reúnen los buenos en cestos y tiran los malos. Lo mismo sucederá al final del mundo: saldrán los ángeles, separarán a los malos de los buenos y los arrojarán al horno encendido. Allí será el llanto y el rechinar de dientes. ¿Habéis entendido todo?” Contestaron ellos: “Sí”. Él les dijo: “De modo que todo letrado que entiende del reino de los cielos se parece a un padre de familia que saca de su arcón cosas nuevas y antiguas”.

PARA ENTENDER EL TEXTO El reinado de Dios es presentado como un tesoro escondido- encontrado y como una perla fina, ambos de máximo valor, pues, por ellos –por acoger el Reino- se vende todo. En primer lugar, sucede el hallazgo del tesoro o la perla; más que hallazgo, encuentro con el Dios del Reino –Reino de Dios- y con Jesús, Mesías anunciador y realizador del Reino. Es un descubrimiento o encuentro extraordinario y determinante para la persona, una experiencia del Reino que colma de alegría, de felicidad profunda y plena. Es esa alegría honda y totalizante la que conduce a la renuncia y venta de todos los bienes para poder disponer solamente del tesoro del Reino.

3


C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

Pero el reinado de Dios no se compra con nada, ni siquiera con las propias obras buenas –como pensaban y hacían los fariseos- El reinado de Dios, que es el mismo Dios en comunicación liberadora en y por Jesucristo, viene al encuentro, se le recibe y acoge. Y la felicidad de ese encuentro humanizador hace que uno se desprenda de todo, que se desprenda sobre todo de sí mismo y de sus obras –el problema de los fariseos es que no salían de sí mismos al encuentro gratuito con Dios y con los demás, no vivían la experiencia del amor, que es lo único que vale divina y humanamente-. Ahora todo es don, todo es gracia (Bernanos), todo es comunión (Rovirosa). El reino de Dios es lo primero y todo lo demás es añadidura (ver Mt 6,33). El tesoro del reino escondido… La acción liberadora de Dios es real pero oculta, escondida, humilde (como veíamos ya en las parábolas del grano de mostaza y la levadura), no se impone con aparato publicitario, con cálculo humano o con espectacularidad. Pero está cerca (Mc 1,15), ¡dentro de vosotros está! (Lc 17, 21). ¡Feliz quien tiene la disposición para acoger la gracia del Reino! Una sensibilidad humana abierta y receptiva a los valores del Reino será la tierra buena en que arraigue y fructifique abundantemente. El tesoro escondido/encontrado del Reino cambia todo en la vida de la persona. Aporta una nueva escala de valores, una nueva manera de obrar y de situarse ante la vida. Provoca la revisión y relativización de todo lo demás. El Reino de Dios está ya presente y operante en la realidad intramundana y culminará en la plenitud de la resurrección tras la muerte y la consumación de la historia Es “un cambio y un compromiso que afecta al presente; y no solo en orden a uno mismo, sino a toda la sociedad. El Reino de Dios es justamente la alternativa a una sociedad injusta…” (Fl. Ulibarri, Conocer, gustar y vivir la Palabra, ciclo A, VD, 313). No es, pues, solamente vida futura o “vida religiosa”. Es “otra vida humana”, “un ámbito y un ambiente humano de respeto, tolerancia, estima, cariño y seguridad, en el que damos felicidad y recibimos felicidad, con la convicción de que eso es para siempre” (J. Ma. Castillo, La religión de Jesús, DDB, 339). La parábola de la red expresa la oferta del mensaje del Reino y su acogida, que parece muy amplia y variada. La clave la pone en cómo viven el Reino de Dios quienes lo acogen. Será solamente al final de la historia cuando quedará patente la verdad dela vida de cada cual y de cada comunidad –aunque a lo largo de la vida cada cristiano y cada iglesia ha de revisar/evaluar su fidelidad para una conversión continua, como aparece en las iglesias del Apocalipsis-. La conclusión de la parábola es muy iluminadora sobre la facultad de interpretación y actualización de lo esencial del evangelio del Reino. Hemos de recoger y mantener lo valioso y auténtico de la tradición recibida, pero hemos de crear las categorías nuevas que requiera la realidad del momento histórico y cultural. Hemos de realizar una actualización del mensaje y de la acción del Reino que resulte significativa, iluminadora, liberadora y humanizadora de la realidad personal y social. Éste sería el sentido de la nueva evangelización. Oremos vivenciando la experiencia de encuentro y comunicación con Jesucristo y la seducción de su evangelio de liberación y felicidad. Nuestra realización personal y la alegría de nuestra vida será mayor cuanto mayor sea nuestra unión de amor con Jesús y con los hermanos/as en la HOAC, con todas las personas y, prioritariamente, con los empobrecidos del mundo obrero. Este es el sentido y la misión de nuestra vida. Saboreemos la belleza y riqueza de la gracia que se nos da: la fe en Jesús, la Iglesia que nos anuncia a Jesús, la HOAC que nos forma integralmente para vivir y ofrecer comunión a los empobrecidos.

4


C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

ACTUALIZACIÓN DE LA PALABRA Encontrar el tesoro de la vida, la razón, el sentido y la meta de la existencia… ¿Qué horizonte de vida se vive y se ofrece hoy? ¿La gente es feliz? No hemos de plantear este interrogante en actitud de maestros poseedores de la verdad y de descalificación de la forma de vivir de hoy, sino como humanos solidarios que queremos escuchar, acoger y hacer nuestras las búsquedas, a veces cargadas de sufrimiento, de las personas. Por ejemplo, la relación de amor hombremujer. ¿Qué entendemos por amor, por relación sexual? ¿La satisfacción de las necesidades individuales de comunicación, afecto, placer o la comunicación interpersonal en el amor? La diferencia es sustancial: de una utilización del otro/a para la propia satisfacción a una entrega gratuita en el amor recíproco. La clave de la felicidad no está en uno mismo sino en la apertura, la comunicación y el amor de y a los demás. La fuente del verdadero amor radica únicamente en Dios, que lo derrama en nosotros por el Espíritu (ver Rm 5,5), pero la verificación del amor de Dios en nosotros es nuestro amor a los hermanos/as. Amigos, amémonos unos a otros, porque el amor viene de Dios y todo el que ama ha nacido de Dios y conoce a Dios. El que no ama no conoce a Dios, porque Dios es amor (1Jn 4,7-8). A nosotros nos seduce el amor de Jesús: ¿Quién podrá privarnos de ese amor del Mesías? (Rm 8,35). Un amor, el de Jesús, que nos induce, como hizo Él, a dar la vida por los hermanos (1Jn 3,16), especialmente por los empobrecidos y excluidos (ver Mt 15, 31-46). Esta experiencia de fe-amor genera esperanza y es la verdadera respuesta y propuesta de sentido y felicidad que ofrecemos con gestos de amistad y solidaridad y con palabras. Podemos repensar y revivir nuestra historia personal de salvación, de encuentro con Dios en Jesucristo por el Espíritu, que nos ha llevado a entregar nuestra vida a la causa del evangelio de los pobres en el mundo obrero. ¿Qué estoy dispuesto realmente a dar y arriesgar por Jesús y por el evangelio en mi vida personal, familiar, profesional, social, política, eclesial…? Yo soy un tesoro, especialmente para las personas que me aman. Yo soy un tesoro para Jesús: “Me pongo delante de Jesús con mis ojos fijos en sus ojos. Y, para mi sorpresa, descubro que Él me considera un tesoro. Veo reflejadas en sus ojos las múltiples facetas hermosas que solo Él podría haber observado en mí… Y descanso en el amor que Él me da” (Fl. Ulibarri, id, 316). Jesús de Nazaret: Mi comida es hacer la voluntad del Padre que me ha enviado y llevar a cabo su obra (Jn 4,34).

5


C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

Pablo: … todo es pérdida ante el conocimiento de Cristo… Perdí todas las cosas… para ganar a Cristo (Filipenses 3, 8ss). Agustín de Hipona: Nos hiciste, Señor, para Ti, y nuestro corazón está inquieto hasta que descanse en Ti (Confesiones I, 1,1). Ignacio de Loyola: Tomad, Señor, y recibid toda mi libertad, mi memoria, mi entendimiento y toda mi voluntad, todo mi haber y mi poseer…, disponed a toda vuestra voluntad; dadme vuestro amor y gracia, que ésta me basta. Charles de Foucauld: Padre: Me pongo en tus manos. Haz de mí lo que quieras. Estoy dispuesto a todo. Lo acepto todo, con tal de que voluntad se cumpla en mí y en todas las criaturas. No deseo nada más, Padre.

Te confío mi vida, te la doy con todo el amor de que soy capaz, porque te amo y necesito darme, ponerme en tus manos sin medida, con una infinita confianza, porque tú eres mi Padre y mi Madre.

La Mística Cristiana, camino de humanización y liberación para el mundo obrero (XII Asamblea G. HOAC, mecanogr.) “La mística cristiana nos hace, también, experimentar la Resurrección de Jesucristo como resurrección que afecta eficazmente a la historia presente, lo que nos posibilita vivir ya personal y socialmente, aunque no de modo pleno, como resucitados en la historia. Y desde nuestra experiencia en la debilidad del mundo obrero, nos ayuda a comprender la resurrección de Jesús en su relación esencial con las víctimas, de modo que la esperanza que desencadena sea, ante todo, esperanza para las víctimas. La resurrección de Jesús -víctima inocente, el Crucificado- ´expresa no sólo el poder de Dios sobre la muerte, sino, en directo, el poder de Dios sobre la injusticia que produce víctimas` (Jon Sobrino). … Esta experiencia de Jesucristo en la historia y especialmente en los empobrecidos es camino de humanización que recrea nuestra existencia desde el Resucitado y que configura nuestra manera de hacer y actuar en nuestro mundo” (12-13). “Ante este proceso que hemos de recorrer para caminar en radicalidad evangélica hemos de situarnos, como nos decía Juan Pablo II, desde la ley de la gradualidad o camino gradual, pero no desde la gradualidad de la ley (FC 34). Es decir, estas son las opciones que me pide Jesús y yo quiero avanzar hacia ellas, tengo claro que eso es lo que Él me pide y reconozco que ahí está la nueva vida. Y también que es un proceso personal, familiar, comunitario en el que he de ir dando pasos. Lo que es gradual es el camino para llegar a esa meta, a la propuesta de vida que Dios me ofrece… La fe cristiana nos dice que sin Cristo no es que podamos un 70%, o un 30% o un 5%. Sin Jesucristo Resucitado no podemos nada, pero con Él podemos el 100%. El proceso comunitario emprendido en las últimas Asambleas y, concretamente en ésta, es un intento de caminar por este sendero de poner a las víctimas, a los empobrecidos en el corazón de nuestras vidas y de poner nuestras vidas encarnadas en la realidad empobrecida del mundo obrero” (21-22). ¿Qué podemos hacer viendo nuestra flaqueza, cobardía, indecisión, miedo, mediocridad… en el seguimiento de Jesús desde la opción real por la justicia en el mundo obrero? Sabemos lo que ello implica de espiritualidad, compromiso (PE-QAC), encarnación, co-

6


C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

munión… ¿Qué orar? Simplemente ponernos ante Jesús: Él nos conoce mejor que nosotros mismos, nos mira con amor, nos pacifica y nos impulsa cada vez de nuevo a la misión.

Esto no es un trabajo La HOAC no ha sido hecha para los desocupados o los que tienen muchas horas libres. Porque actuar en la HOAC no representa un trabajo, sino un descanso. La HOAC está hecha para los agobiados de trabajo y de trabajos. Vienen a la HOAC… y Cristo los alivia. Y actuando en la HOAC descansan. El que cree esto, y lo vive, ya está salvado. Tanto si es seminarista como obrero. Con que, coged la pluma y el papel y… ¡HERMANOS, A DESCANSAR ENÉRGICAMENTE!” (Bol. Milit. 52/1952).

SALMO 10 Al Señor me acojo; ¿por qué me decís: “Escapa como pájaro al monte, que los malvados ya tensan el arco, ajustan la saeta a la cuerda para disparar en la sombra contra el honrado”? Cuando se tambalean los cimientos, ¿el justo qué podrá hacer?”. - El Señor está en su templo santo, el Señor tiene en el cielo su trono: sus ojos están observando, sus pupilas examinan a los hombres. El Señor examina a honrados y a malvados, al que ama la violencia lo aborrece; hará llover sobre los malvados ascuas y azufre, les tocará en suerte un viento huracanado. Porque el Señor es justo y ama la justicia: los honrados verán su rostro.

COMENTARIO (Schökel-Carniti) “Un inocente perseguido acude al templo invocando el derecho de asilo. Los encargados le dicen que, en las circunstancias actuales de anarquía o terrorismo, el templo no ofrece asilo seguro y le aconsejan echarse al monte. Fuga en vez de refugio”. En esa situación de grave riesgo, el justo solamente puede ya remitirse al juicio de Dios y a su acción liberadora. Entonces, dramatiza figuradamente el juicio y la sentencia de Dios a favor de los justos. Dibuja a un Dios para nada despistado del drama de la injusticia, sino atento observador y escrutador de los hombres. La actitud de fondo de Dios es de repudio de toda violencia opresora, y ello hace que condene a los culpables al fuego devorador

7


C. Permanente HOAC

Orar en el mundo obrero

17º domingo T.O.

de ascuas y azufre y al huracán violento que ellos mismos habían descargado contra los justos. La justicia forma parte de la definición de Dios: El Señor es justo y ama la justicia. Finalmente, el clímax sorprendente de un relato de invocación a la justicia de Dios, en una situación trágica, es el regalo de la visión de Dios. Una historia cuajada de violencia sobre los oprimidos no termina en la desmemoria o en tablas, sino en un abrazo de total y perenne amistad del mismo Dios a las víctimas. Sí habrá memoria y rehabilitación de todas las víctimas de la historia. “Se pasa de la fe a la visión: el salmista ha hecho una profesión de fe: aunque tiemblen los cimientos, Dios está; aunque lo aceche la oscuridad, Dios mira; aunque los malvados actúen impunes, les lloverá el castigo. Todas afirmaciones de fe. A la fe, al final, sucede la visión”. Ver el rostro de Dios: “Hay que colocar esta frase en la línea que arranca de Jacob (Gn 32, 30), sigue en la petición de Moisés (Ex 33,18-21), suena en este salmo y en el final del S 17 y alcanza una expresión rica y misteriosa en Job 9, 11; 23, 9; 19, 27 y 41, 5. En la piedad de Israel, ver el rostro de Dios es más que escuchar su palabra”. Jesucristo será el juez del fin de los tiempos, juez de vivos y muertos. Dichosos los limpios de corazón, porque ellos verán a Dios (Mt 5, 8). Podemos hacer nuestro realmente este salmo identificándonos con las víctimas de la sociedad y del mundo obrero. Invocaciones confiadas a la justicia de Dios, como la de este salmo, no son figuraciones irreales sino la manifestación de las mejores aspiraciones humanas en sintonía con el Dios justo y misericordioso; con Jesús, víctima inocente condenada por los poderes mundanos pero rehabilitada y glorificada por el Padre.

Poema (Sta. Teresa de Ávila) que mi Amado es para mí y yo soy para mi Amado.

Ya toda me entregué y di y de tal suerte he trocado,

que mi Amado es para mí y yo soy para mi Amado.

Hirióme con una flecha enherbolada de amor, y mi alma quedó hecha una con su Criador. Ya yo no quiero otro amor, Pues a mi Dios me he entregado

Cuando el dulce Cazador me tiró y dejó herida, en los brazos del amor mi alma quedó rendida; y, cobrando nueva vida, de tal manera he trocado,

y mi Amado es para mí y yo soy para mi Amado.

“Desde que supe que hay Dios descubrí que no podía hacer otra cosa que servirle”

(Charles de Foucauld)

8


17ª Semana de T.O.  

Tesoro escondido, perla fina: símbolos atractivos pero muy reales de Jesús y su evangelio liberador, de valor único, superior a cualqu...

Advertisement
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you