Page 1


Cambios en educación

E

En plenas vacaciones de Semana Santa nos hemos visto sorprendidos con el relevo de la hasta entonces ministra de Educación Política Social y Deporte (MEPSYD), Mercedes Cabrera. A pesar de que se esperaba una remodelación profunda del Gobierno, casi nadie sospechaba que en la misma se incluyera el relevo de la Ministra de Educación y que además se produjera una reestructuración del Ministerio. En efecto, el que a partir de este cambio se denomina “Ministerio de Educación”, comprende una Secretaría de Estado y Formación Profesional, una Secretaría General de Universidades, con rango de Subsecretaría y una Subsecretaría de Educación, de la que depende la Secretaría General Técnica. En definitiva, vuelve la Universidad a Educación, al lugar de donde nunca debió salir, y abandonan este Ministerio la Política Social y el Deporte. Hay que congratularse por este cambio, teniendo en cuenta que entre los profesionales de la educación pocos estábamos de acuerdo con la anterior configuración de un Ministerio sin Universidades y con la complejidad añadida de la Política Social. Por otro lado, la llegada de un nuevo Ministro siempre supone un cierto parón en la marcha de las cuestiones educativas y produce la lógica inquietud en el sector saber la línea que va tomar el nuevo Ministro. Pronto lo sabremos. Otra grave cuestión que se ha puesto tristemente de actualidad ha sido el anuncio de que en la Comunidad de Cantabria va negar el concierto a los centros de educación diferenciada, con el temor de que, detrás de ella, otras comunidades autónomas vayan por el mismo camino. Es bien conocida nuestra apuesta decidida por la coeducación desde hace ya bastantes años. No obstante, no podemos sino denunciar lo que constituye, a nuestro entender, un ataque al derecho de los padres a elegir el tipo de educación que quieren para sus hijos. Todos nos oponemos a cualquier tipo de discriminación que suponga la ruptura del principio de igualdad de trato en relación con los derechos humanos, pero habrá que demostrar que la educación diferenciada es discriminatoria en este sentido. Aunque el debate público se ha centrado en la cuestión de si separando chicos y chicas se consiguen o no mejores resultados, todos sabemos que debajo de esta separación por sexos hay opciones educativas de más calado que es preciso respetar. Finalmente quiero referirme a la marcha de la negociación del VI Convenio Colectivo de la Enseñanza Concertada. A pesar de la voluntad generalizada de las patronales de acelerar lo más posible la negociación en vistas a un rápido acuerdo, lo cierto es que hasta el día 15 de abril no se ha constituido la comisión negociadora. La entrada de una nueva patronal, la Federación Española de Centros de Enseñanza de Economía Social (FED-ACES) que afilia a cooperativas, ha obligado a retrasar los plazos inicialmente previstos. Es nuestra voluntad acelerar lo más posible la negociación de un convenio en el que no se prevén grandes cambios y que quisiéramos estuviera cerrado antes de la finalización del curso.

3 5 7 9 11 13 15 17 19 21 23 25 27 29 31 33 35 37 39 41 43 45 47 49 51 53 55 57 59 61 63 65 67


Nuevo ministerio y nuevo ministro para Educación

Fotos: MEC

Relevo en Educación

Estudiantes, profesores, equipos directivos y no pocos responsables de instituciones educativas recibieron en plenas vacaciones de Semana Santa la sorprendente noticia del cambio en la estructura y en la cabeza del Ministerio de Educación.

A

Aunque los rumores de una amplia remodelación del Gobierno eran cada vez más acuciantes, pocos podían sospechar que esos cambios afectarían al entonces Ministerio de Educación, Política Social y Deporte por partida doble. Por un lado, cambiaría de nuevo la estructura del Ministerio, cediendo los asuntos sociales y recuperando las universidades. Por otro, la ministra Mercedes Cabrera cedía el testigo a Ángel Gabilondo, catedrático de Metafísica y rector de la Universidad Autónoma de Madrid desde 2002. El traslado de la política universitaria al Ministerio de Ciencia e Innovación liderado por Cristina Garmendia fue un “experimento” que no acabó de convencer a nadie, ni siquiera a su hacedor, el

propio Presidente del Gobierno. Afortunadamente, la rectificación no tardó en llegar ni un año, José Luis Rodríguez Zapatero reconoció su error y reagrupó educación y universidades responsabilizando del reto a Ángel Gabilondo. El nuevo Ministro de Educación asume por tanto el reto de Bolonia en lo que respecta a universidades, pero también el de la nueva Selectividad, el de la estructura del Bachillerato, la reducción del fracaso escolar, los cambios en la Formación Profesional y la ya sempiterna Educación para la Ciudadanía. Un escenario complejo que afronta un prestigioso catedrático que tendrá que ir mucho más allá del mundo universitario y abrir su mirada al conjunto del sistema educativo. El 8 de abril Ángel Gabilondo tomó posesión de su cargo. Sus primeras palabras fueron para defender la búsqueda de “un gran pacto” ya que “con la educación se ha hecho un asunto de transacción política y cada grupo ha hecho un modelo modificado con el anterior”. Para Gabilondo estamos ante una cuestión de estado, un “bien público común”, y “hay que encontrar los requisitos para establecer un marco más estable que permita aplicarlo y desarrollarlo después desde la diferencia de cada opción política. Este ir y venir,

2 4 6 8 8 10 12 14 16 18 20 22 24 26 28 30 32 34 36 38 40 42 44 46 48 50 52 54 56 58 60 62 64 66 68


este trastorno permanente de los planteamientos, hace daño”, ha asegurado el nuevo Ministro. Palabras bienvenidas, prometedoras. Ojalá sean más que palabras y se conviertan en realidad. Por delante no sólo los cien días de rigor, sino

una legislatura que debería ser bien aprovechada para mejorar los males de nuestro sistema educativo. Esperemos que por fin logremos cierta estabilidad en la estructura y en la dirección del ministerio. Es imprescindible para alcanzar los complejos objetivos que tenemos ante nosotros. Victoria Moya

Biografía de Ángel Gabilondo Pujol, ministro de Educación Rector de la Universidad Autónoma de Madrid desde mayo 2002, es catedrático de Metafísica en la misma Universidad. Es profesor en la Facultad de Filosofía y Letras, donde hizo sus estudios de Licenciatura y se doctoró con una Tesis sobre Hegel, titulada “El concepto como experiencia y sistema”. Ha sido Decano de dicha Facultad desde 1989 a 1992 y previamente fue vicedecano de Profesorado durante tres años. Imparte la asignatura troncal de Metafísica, así como las materias optativas de Hermenéutica y teorías de la retórica y de Pensamiento francés contemporáneo. Se ocupa de aspectos relacionados con el problema del lenguaje y la posibilidad de pensar de otra manera y de procurar espacios concretos para ello. Entiende la filosofía como forma de vida y estudia la incidencia de estos aspectos, en especial, en la filosofía contemporánea. Profesor del “Instituto de Estética y Teoría de las Artes” desde el curso 1989-90 hasta 1995 ininterrumpidamente. Invitado a los seminarios del Centre Michel Foucault, Bibliothèque du Saulchoir de París, donde se encuentran, en la bibliografía especializada, los textos que ha publicado sobre Foucault. Miembro del equipo de docencia e investigación del Programa de Tercer Ciclo sobre Fenomenología y Hermenéutica, entre siete Universidades europeas de la red Erasmus. Ha intervenido en múltiples ocasiones en los Congresos Internacionales del Seminario Edad de Oro (UAM). Coordinador y Director del Programa Internacional de Tercer Ciclo “Decir y no decir: el sujeto implicado”. Ha sido presidente de CRUCE, Asociación de Arte y Pensamiento Contemporáneos, de 1994 a 1997. Es miembro del Comité Asesor de diversas revistas (Azafea, Semiosis Ilimitada, Sileno).

Entre sus publicaciones, se encuentran los siguientes libros:  Dilthey: Vida, expresión e historia, Ed. Cincel, Madrid, 1988.  El discurso en acción (Foucault y una ontología del presente), Anthropos, Barcelona, 1990.  Trazos del eros. Del leer, hablar, y escribir, Tecnos, Madrid, 1997.  Menos que palabras, Alianza Editorial, Madrid, 1999.  La vuelta del otro. Diferencia, identidad y alteridad, Trotta/UAM Madrid, 2001.  Mortal de necesidad. La filosofía, la salud y la muerte, Adaba Ed., Madrid 2003.  Alguien con quien hablar, Aguilar, Madrid 2007. Presidente de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE), es coPresidente de la Fundación Parque Científico de Madrid, co-Presidente de la Fundación UAM-EL PAÍS, Vicepresidente de la Fundación Universidad-Empresa y Miembro del Consejo de Administración y de la Comisión Ejecutiva de Portal Universia, S.A. Ha sido Presidente de la Conferencia de Rectores de las Universidades de Madrid (CRUMA) de 2004 a 2006. Ha recibido la Medalla de la Casa de Velásquez (2003), la condecoración de la Orden de Bernardo O’Higgins en el Grado de “Gran Cruz” otorgado por el Presidente de la República de Chile (2004) y el nombramiento de “Officier dans l’Ordre des Palmes Académiques” de Ministerio de Educación francés (2004).

3 5 7 9 11 13 15 17 19 21 23 25 27 29 31 33 35 37 39 41 43 45 47 49 51 53 55 57 59 61 63

65 67


El Consejo de Ministros del 17 de abril aprobó el nombramiento de tres altos cargos del Ministerio de Educación. Se trata de la secretaria de Estado de Educación y Formación Profesional, Eva Almunia; de la subsecretaria del ministerio, Mercedes López Revilla y de la directora de Gabinete del ministro, Fátima Rojas. Secretaria de Estado de Educación y Formación Profesional: EVA ALMUNIA BADÍA Nacida en 1960 en Esplús (Huesca). Ha desempeñado diversas responsabilidades en la Diputación Provincial de Huesca y ha sido Concejala del Municipio de Esplús, así como de la Ciudad de Huesca. En 2001 fue nombrada Consejera de Educación y Ciencia del Gobierno de Aragón, donde también fue Consejera de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón. Durante el último año ha desempeñado el cargo de Secretaria de Estado de Educación y Formación en el Ministerio de Educación, Política Social y Deporte.

Subsecretaria del Ministerio de Educación: MERCEDES LÓPEZ REVILLA Nacida el 7 de enero de 1950, es Licenciada en Historia y Geografía por la Universidad Complutense de Madrid.

Ha desempeñado diversos puestos en el Ministerio de Asuntos Sociales, en el Imserso y en el área social de la Delegación del Gobierno de Madrid. Ha sido Jefa de Gabinete de los subsecretarios de los Ministerios de Interior, de Administraciones Públicas, y del Director del Gabinete de la Presidencia del Gobierno. Durante el último año ha sido subsecretaria en el Ministerio de Educación, Política Social y Deporte.

Directora de Gabinete del ministro de Educación: FÁTIMA ROJAS CIMADEVILA Es Licenciada en Ciencias Biológicas por la Universidad Complutense de Madrid y pertenece al Cuerpo de Funcionarios del Consejo Superior de Investigaciones Científicas. Ha sido Directora de Comunicación del Consejo Superior de Investigaciones Científicas y del Consejo de Seguridad Nuclear, Asesora del Secretario de Estado de Política Científica y Tecnológica y del Departamento de Asuntos Institucionales de la Presidencia del Gobierno. Fue Subdirectora General de Comunicación con los Ciudadanos en el Gabinete de la Presidencia del Gobierno y Directora del Gabinete de la Ministra de Administraciones Públicas. Ha sido Directora de Comunicación del Ministerio de Educación y Ciencia. Durante el último año ha desempeñado el cargo de Directora de Gabinete del ministro en el Ministerio de Educación, Política Social y Deporte.

2 4 6 8 10 10 12 14 16 18 20 22 24 26 28 30 32 34 36 38 40 42 44 46 48 50 52 54 56 58 60 62 64 66 68


Barak Obama apunta las claves de su reforma educativa

“El futuro pertenece a la nación que mejor eduque a sus ciudadanos” El Presidente ha pedido una alianza entre políticos, maestros, padres y alumnos para superar las divergencias y mejorar el maltrecho cuadro de la educación.

L

La entradilla de este artículo, así, descontextualizada, podría referirse perfectamente a nuestro país. Pero el presidente del que habla no es Zapatero, sino Obama, y el maltrecho cuadro de la educación no es el español, sino el americano. Y es que en un país tan distinto al nuestro como EE.UU. se puede establecer más de un paralelismo con el caso español, como un alto índice de fracaso escolar y unas competencias completamente descentralizadas a favor de los distintos Estados miembros. Por eso es importante estar atentos a las soluciones que propone el nuevo gobierno americano, especialmente ante la crisis mundial que estamos viviendo puesto que, como ha señalado el flamante presidente de EE.UU., la única manera de abordarla es llevando a cabo reformas estructurales en ámbitos clave como la educación. En un discurso dirigido el 10 de marzo a la Cámara de Comercio Hispana, asociación que reúne a los empresarios latinos en EE.UU., Obama planteó las líneas generales de la reforma educativa que quiere promover. Una reforma con “más” de todo: más fondos, más unificación de criterios académicos entre los cincuenta Estados, más calendario escolar y más horario lectivo, más corresponsabilidad de los padres, los maestros y los alumnos, más pacto escolar, más inversión en edu-

cación temprana… y más apoyo a la escuela concertada. Las propuestas de Obama no están exentas de controversia, especialmente las relacionadas con las mejoras de los sueldos para los profesores que sobresalgan en su labor en función de los resultados de sus alumnos. El presidente estadounidense es tajante: “si a un profesor se le da una, dos o tres oportunidades pero no mejora, no hay excusas para que siga enseñando”. En cambio, los sindicatos han lanzado la señal de alarma por un sistema que puede ser muy discriminatorio para los maestros que eduquen a alumnos de entornos desfavorecidos o con necesidades educativas especiales. Polémicas aparte, Barak Obama lo tiene claro; para él es básico que EE.UU. recupere una posición de liderazgo mundial en el ámbito educativo porque es una cuestión clave para triunfar en una economía globalizada y “el futuro pertenece a la nación que mejor eduque a sus ciudadanos”. ¿Y España, lo tiene tan claro nuestro país? Victoria Moya Segura

2 4 6 8 10 12 14 16 16 18 20 22 24 26 28 30 32 34 36 38 40 42 44 46 48 50 52 54 56 58 60 62 64 66 68


Obama propone incrementar su compromiso con la enseñanza concertada

Más allá de patriotismos difícilmente aplicables a nuestro país, el discurso pronunciado por el presidente de EE.UU. el 22 de febrero en el Congreso contiene unas ilusionantes palabras, dignas del famoso “Yes, we can”, que merece la pena reproducir.

E

El tercer reto [los dos anteriores: la crisis económica y la reforma del sistema sanitario] que debemos afrontar es la necesidad urgente de expandir la promesa de la educación en América. En una economía global donde la capacidad más valiosa que se puede vender es el conocimiento, una buena educación no es ya el camino hacia la oportunidad, es un requisito previo. Ahora mismo, tres cuartas partes de las ocupaciones cuya demanda crece más rápidamente requieren más cualificación que la educación secundaria. Y aún así, sólo la mitad de nuestros ciudadanos tiene ese nivel de formación. Tenemos una de las tasas más altas de fracaso escolar en secundaria entre las naciones industrializadas. Y la mitad de los estudiantes que comienzan en la universidad no acaban la carrera.

lorosas y despidos de profesores que hubieran supuesto un revés en el progreso de nuestros hijos. Pero sabemos que nuestras escuelas no sólo necesitan más recursos. Necesitan más reforma. Por ello, estos presupuestos crean nuevos incentivos para el rendimiento de los profesores; vías para que puedan progresar en sus carreras y premios para el éxito. Invertiremos en programas innovadores que están ayudando a las escuelas a alcanzar altos estándares y minimizar las diferencias. Y expandiremos nuestro compromiso con la escuela concertada [charter schools, escuelas sin coste para los padres, dotadas de estatutos –charter– propios y con una gestión independiente, normalmente fundadas por asociaciones privadas sin ánimo de lucro].

Esto es una receta para el declive económico, porque sabemos que los países que van por delante de nosotros en educación hoy, serán más competitivos que nosotros mañana. Por este motivo, el objetivo de esta Administración es asegurar que cada niño tenga el acceso a completar una educación competitiva, desde el día de su nacimiento hasta el día que comience una carrera profesional. Ya, hemos hecho una inversión histórica en educación a través del plan de recuperación económica. Hemos expandido dramáticamente la educación de la infancia temprana y continuaremos mejorando su calidad, porque sabemos que el aprendizaje más formativo se da en esos primeros años de la vida. Hemos hecho posible el acceso a la universidad a 7 millones más de estudiantes. Y hemos provisto los recursos necesarios para prevenir reducciones do-

3 5 7 9 11 13 15 17 17 19 21 23 25 27 29 31 33 35 37 39 41 43 45 47 49 51 53 55 57 59 61 63 65 67


Es nuestra responsabilidad como legisladores y educadores hacer que el sistema funcione. Pero es la responsabilidad de todo ciudadano participar en él. Así que esta noche, pido a cada americano que se comprometa a al menos un año o más de formación superior o de preparación profesional. Esto puede hacerse mediante una carrera universitaria de dos años o de cuatro años, formación profesional o trabajo en prácticas. Sea cual sea la formación, cada americano tendrá que conseguir algo más que un diploma de secundaria. Y abandonar la secundaria no es ya una opción. No es sólo abandonarte a ti mismo, es abandonar tu país –y este país necesita los valores y talentos de todos los americanos–. Por esto, proveeremos la ayuda necesaria para que completar la universidad  y alcanzar un nuevo objetivo: para el 2020 América tendrá de nuevo la más alta tasa de graduados universitarios del mundo. Sé que el precio de las matrículas es más caro que nunca, por esto, si quieres servir como voluntario en tu barrio o comunidad o servir a tu país,

nos aseguraremos de que puedas permitirte una educación superior. Y para impulsar este renovado espíritu de servicio nacional para esta generación y las futuras, pido al Congreso que me envíe una legislación consensuada entre los dos partidos que lleve el nombre del senador Orrin Hatch y de ese americano que nunca ha cesado de preguntarse qué puede hacer él por su país, el senador Edward Kennedy. Estas políticas educativas abrirán las puertas de la oportunidad a nuestros hijos. Pero depende de nosotros que caminen a través de ellas. Al final, no hay programa o política que pueda sustituir a una madre o a un padre que asiste a las reuniones profesores-padres, o que ayuda a hacer los deberes después de cenar o que apaga la televisión y aparta los videojuegos, y lee para su hijo. Les hablo no sólo como presidente sino como padre cuando les digo que la educación de nuestros hijos debe comenzar en casa. Esto no es un asunto del partido demócrata o republicano, es un asunto americano.

2 4 6 8 10 12 14 16 18 18 20 22 24 26 28 30 32 34 36 38 40 42 44 46 48 50 52 54 56 58 60 62 64 66 68


José Antonio Solórzano

Educadores, la nueva apuesta formativa de Escuelas Católicas José Antonio Solórzano, dominico, doctor en Filosofía, director del Departamento de Pastoral de Escuelas Católicas, secretario autonómico de EC Cantabria, organizador de las ya famosas Jornadas de Pastoral de EC… y ahora director de Educadores, una revista que “cambia de época” bajo la batuta de este cántabro, amigo del verbo fluido y enemigo de las fotografías, como se comprueba en esta entrevista de extenso relato e inexistente retrato. Solo, me permito tutearte y comienzo la entrevista con un desiderátum difícilmente realizable… trata de ser breve, y dime, la revista Educadores cambia de piel después de 50 años. ¿Estamos ante un simple cambio de imagen o es éste el reflejo de un cambio más profundo?

Mira, Vicky, en 10 años es la primera vez que me entrevistas. Así que no me pidas que sea breve. Es mi oportunidad. Ya empezaba a sentir envidia. A lo que veníamos: eso de “el mismo perro con distinto collar” no nos gustaría. Actualizarse no sólo es cuestión de colores y fotos, sino de cam-

3 5 7 9 11 13 15 17 19 21 23 25 27 29 31 33 35 37 39 41 43 45 47 49 51 53 55 57 59 61 63 65 67


El resto, necesita “librillos”, recetillas” y nosotros queremos superar la receta momentánea para ofrecer lecturas de calado... no digo con cierto “sabor de eternidad”, pero si de perdurabilidad.

bio de perspectiva (que nunca será total). Somos conscientes de que no sólo estamos ante una época de cambios, sino ante un “cambio de época” y ello trae consigo dar respuesta a lo que ya está y a lo que está naciendo, emergiendo, dicen los cultos. ¿Mudar de piel?, dices. No somos serpientes serpenteantes que se adaptan según las conveniencias, sino que saben “mudar” sin dejar de ser quien somos en lo fundamental, manteniendo una línea clara de compromiso con la educación cristiana, con la formación en determinadas virtudes y valores... será un proceso lento y cauto. A nuestras instituciones sabes que no le gustan los saltos cualitativos... Pues éste lo parece… pero sigamos, tradición y renovación en un mismo embalaje, ¿es posible conservar el patrimonio heredado y adaptarlo a los nuevos tiempos? Sí, sin duda alguna. Queremos que el lenguaje sea más dinámico, directo, ágil. Que lo que se proponga y exponga sea inteligible, práctico; que no se caiga de las manos (no siempre acertaremos, claro). La “edad media” de los que formamos el Consejo de redacción es de 40 años. Yo soy el que estropeo la media. ¿Conservaremos el patrimonio heredado? Sí, sin duda también. Habermas decía a un joven entrevistador como tú: “Mire, joven, a mí sólo me interesan las ideas que al menos tengan mil años...”. Mira, Vicky (y repito el “mira”, porque sin mirar no se “ve”) a mí me interesa que los educadores se formen en ideas con cierto valor de perennidad por ser las de más actualidad. Lo otro... moda al uso, lenguaje pasajero, cambiantes leyes educativas. El que es bueno profesionalmente, lo es siempre y ello le lleva a vivir en tensión de formación y actualización...

Asumes personalmente la dirección de Educadores pero detrás de ti hay un gran equipo de trabajo. ¿Cuál es vuestro objetivo y a quién la dirigís? Creo que con lo anterior ya te he respondido. Son más jóvenes que yo, alguno con 27 años como el redactor jefe. Ellos vibran más que yo con la “perenne actualidad”. Yo soy peso pesado y mi misión es aportar cierta “ponderación crítica” ¡Quién lo diría en mí! El objetivo es claro: renovar actitudes educativas, conseguir que los educadores lean algo actual y de siempre pero con agilidad lectora, con ritmo que empuje y entusiasme; nos gustaría conseguir educadores/ lectores con deseos de formarse sin necesidad de acudir a tantos cursos y cursillos (necesarios, sin duda), pero que lean en su casa, que piensen dos minutos ¡dos minutos después de haber leído un artículo! Y, como es lógico: ¡conseguir más suscripciones!, que sino cerramos y nos quedamos no ya sin trabajo, sino sin poder decir lo que queremos decir…

2 4 6 8 10 12 14 16 18 20 20 22 24 26 28 30 32 34 36 38 40 42 44 46 48 50 52 54 56 58 60 62 64

66 68


José Antonio Solórzano

Firmas de prestigio, contenidos del máximo interés, nuevas secciones, experiencias… estamos ante una apuesta fuerte y sólida por este “espacio de ideas y proyectos educativos”. En un momento en el que la información llega a saturar el mercado, ¿qué creéis que puede aportar de nuevo a su público objetivo? Espacio es una palabra espaciosa, amplia, caben muchos aspectos y opiniones; lo cual es fundamental. Ideas es una palabra manida, pero no hay otra a mano. ¡Quién no tiene ideas, incluso descabelladas! Tendría que explicarte lo que dice Ortega sobre la diferencia entre ideas y creencias, pero eso para otro rato. Hubiera quedado extraño poner por “espacio de creencias y proyectos educativos”. Proyectos es apuesta por lo experimentalpráctico, que nunca se sabe cómo van a terminar, pero que suponen riesgo, aventura en medio de un trayecto; y Educadores ya tiene una “trayectoria” de 50 años que queremos continuar y perfilar para mejorar. Nosotros nos dirigimos a un público específico: educadores en una encrucijada histórica clave (unos serán creyentes, otros, no) y nos gustaría acompañarles en sus decisiones de encrucijada, sabiendo que nuestra ruta es cristiana, porque no creemos mucho o nada en eso de la “neutralidad educativa”. No queremos engañar. Quien lea esta revista sepa que es una revista de educación cristina, universal, válida para todos los ambientes y ámbitos, para cualquier educador/a sin prejuicios. De lo contrario, la palabra “espacio” no tendría significado. ¡Queda claro! En este primer número de esta nueva etapa las competencias ocupan un lugar fundamental, ¿por qué este tema? Competencias y no competitividad. Estamos todos un poco en ayunas con esto de las competencias. Pero estamos convencidos de que es una oportunidad de renovar la enseñanza y la educación. Además es una puerta abierta a otras competencias que las autonomías, las instituciones, los distintos proyectos educativos de centro, tienen para añadir, ampliar, completar si lo consideran oportuno. Hay 8 competencias básicas o competencias llave, pero con ellas no se agota la preparación para la vida emocional, laboral, espiritual del alumnado. Las competencias exigen un cambio en el profesorado enorme, un esfuerzo ¡enorme! Lo fácil (no tan fácil, si se hacía bien)

era la clase magistral. Ahora hay que buscar otro tipo de enseñanza-aprendizaje. El profe ya no es el que transmite (que también), sino el que coordina búsquedas, trabajos cooperativos, actitudes de aprendizaje nuevas. Nos parecía que Educadores no podía ignorar la nueva apuesta educativa, por eso el primer número (que es el 229) debía ser un número “competente”. Para promocionar la “nueva” revista habéis hecho una oferta de lanzamiento muy interesante… Sí, y que puede llevar a equívoco. El primer número es gratuito para los nuevos suscriptores y para todos los centros de las Escuelas Católicas. Lo que no podemos es atender a las muchas peticiones similares a esta que nos están llegando: “¡Enhorabuena por la revista! Envíeme 10, envíeme una para cada profe; mándenos para una reunión que tenemos...” No era esa la idea. Quizás no nos explicamos bien o no quisieron entendernos. En un mes hemos recibido 150 suscripciones nuevas. Esperemos que sólo sea el comienzo. Hemos hecho una apuesta económica importante, pero no tanto como para empapelar el país... gratuitamente. Hay una lógica de lanzamiento “si usted se suscribe le enviamos el primer número gratis”. Así que ya sabes, Vicky, suscríbete o que se suscriba tu esposo... así le daremos la bienvenida la club Educadores... ¡por 30 euros de nada al año! Yo siempre digo que si nuestros educadores (somos más de 75.000 educadores en las escuelas católicas de España) leyésemos dos artículos de educación y dos libros de nuestra especialidad al año, seríamos los mejor preparados del mundo. No necesitaríamos “Q de plata o certificados que... a la puerta de los centros. La Calidad esta-

3 5 7 9 11 13 15 17 19 21 21 23 25 27 29 31 33 35 37 39 41 43 45 47 49 51 53 55 57 59 61 63 65 67


ba asegurada dentro de los centros. Así que, ya sabes, a leer dos artículos de Educadores al año. Serás “culta porque preparada” y si encima lees los dieciséis artículos (son 4 números anuales) que vamos a publicar ¡puff, ni te cuento, cultérrima! Está bien, trataré de hacer mis deberes… pero para terminar dinos, si es posible en una sola frase, clara y rotunda como las que tú practicas habitualmente, por qué crees que nuestros colegios, sus profesores, sus directores, sus orientadores… deben suscribirse a Educadores. Creo que ya te he respondido en la pregunta anterior. Sé que muchos/as van a suscribirse; no sólo por apoyar la revista para que “no muera de éxito”, sino por que sienten la necesidad de renovarse. Pero déjame explicar un poco más. Ser director de Educadores es un reto; esto lo dicen todos los directores de cualquier revista recién nombrados. Para mí no es ningún reto. Es parte de mi concepto del “homo ludens”, el hombre como juego, la vida como juego. Además soy persona como mucho “eigensinn” (obstinación, amor o criterio propio; muy hessiano soy). Yo no quería serlo (director, me refiero). Se empeñaron. A mí lo que me va, como bien sabes, es hacer una revista de humor, pero a la casa parece que no le va mucho. Es institución sería. Mira, ayer asistí a una jornada plúmbea sobre la crisis en educación. En un debate final un maestro, con pinta de maestro-maestro, canoso, muy en la línea de la ILE (Institución Libre de Enseñanza) dijo que a él le gustaba mucho el lema de Julián Marías, y lo proponía a los presentes, todos educadores de la pública: “Por mí, que no quede”. Pues eso: por mí... También suelo usar, pero en otros ámbitos, uno de los lemas de Juan XXIII: “Flectar, non frangar” (Me doblaré, pero no me romperé). Bueno, ¿verdad? Por eso, y por otras razones que no vienen ad casum, acepté ser director de Educadores. Ya habrá tiempo de arrepentirse... ellos y yo. Ya veo que no ha sido posible en una sola frase (risas)… Victoria Moya

Educadores se renueva ¿Es un pájaro?... ¿es un avión?... ¡No! Es el niño de la portada de la nueva revista Educadores. Pero ¡¿Cómo! ¿Qué aún no la conoces? ¡Si hace ya un par de semanas que la hemos mandado de forma gratuita a tu centro! ¿Dónde la tendrá escondida el director…? Y es que ésta clásica publicación trimestral recién renovada se ha convertido en un pequeño tesoro para todo educador. Ojea sus páginas y enseguida te darás cuenta de que no puedes dejar pasar esta nueva oferta de lanzamiento para suscribirte. ¿Por qué vale la pena suscribirse a la nueva Educadores? Las personas crecen y se desarrollan, no sólo en lo personal, sino también en lo profesional y en el caso de los educadores, ambos caminos se encuentran especialmente unidos. Por eso, Educadores ha apostado por contenidos actuales y variados pero coherentes, uniendo lo personal y lo profesional, en un estilo monográfico, acorde a los cambios de la LOE, los resultados internacionales en el ámbito de la evaluación educativa y el modelo pedagógico basado en competencias. Y, sobre todo, pensando en ti y en tu bien como educador, Educadores incluye artículos divulgativos de investigadores, profesores universitarios y expertos del panorama internacional, junto a experiencias reales de centros como los vuestros y las firmas de reconocidas personalidades en el ámbito de la educación. Todo ello, unido a la creación de un nuevo diseño en color, con ilustraciones y formatos de lectura únicos en cada ejemplar, que hacen de esta revista un manual excelen-

2 4 6 8 10 12 14 16 18 20 22 22 24 26 28 30 32 34 36 38 40 42 44 46 48 50 52 54 56 58 60 62 64

66 68


José Antonio Solórzano

te en su formato artístico, teórico y práctico. La revista Educadores es un espacio para el intercambio de experiencias. Una publicación de referencia para la formación del profesorado de nuestros centros donde cientos de educadores, padres, madres, maestros, directores, orientadores… fijan su vista y su mente con el deseo de leer, buscar, compartir, reflexionar, sentir, aconsejar, preguntar; en definitiva, educar. Tras cincuenta años a la vanguardia de la formación del profesorado de Escuelas Católicas, la revista Educadores celebra este aniversario con un nuevo impulso en sus contenidos, en su diseño y en su formato, haciendo vivo el deseo de convertirse en un elemento imprescindible en la lectura e innovación del educador de nuestros centros. ¿Qué puedo encontrar en Educadores? Te presentamos este primer número como ejemplo. Que levante la mano el primer educador que no haya oído hablar del término “competencia”, ahora bien, ¿sabemos lo que significa? El concepto de competencia resuena en nuestros oídos desde que se aprobara la LOE y, sin embargo, ¿qué es exactamente una competencia? En este número de Educadores te ofrecemos las claves teóricas fundamentales para responder competentemente a todas las preguntas sobre competencias. De ellas escriben expertos desde dos ámbitos complementarios: Carmen Pellicer y José Antonio Marina que nos acompañarán en esta singladura más de una vez y nos dan su visión sucinta de lo que son las competencias y de lo que esperan de ellas, más allá de cualquier veleidad política. Nadie como ellos han propalado en cursos, jornadas, conferencias, esta nueva propuesta educativo-competencial por todos los rincones de nuestro país y más allá de él. Inmaculada Castaño, nos explica detalladamente, para no perdernos en detalles, el “marco teórico competencial”, porque si bien es verdad que la “educación encierra un tesoro”, los tesoros, por lo general, suelen tener sus guardianes que hay que saber conquistar para acceder a ese tesoro escon-

dido. Y en nuestro caso, los guardianes del tesoro del conocimiento, de las habilidades, de las capacidades, proyectos y potencialidades, lo tienen los profesores, que son los que deben dominar nuevas estrategias de conocimiento, de aproximación y conquista de ese tesoro acumulado y que hay que sacar a flote. Por eso, se irán concretando metodologías para llevar a cabo esas ocho competencias básicas con la lectura del sugerente artículo de Miguel Ángel Jiménez, porque se da un cambio metodológico o de lo contrario se seguirá haciendo lo mismo con resultados de sobra conocidos. Uno de los aspectos concretos de ese cambio metodológico es la concepción de la clase, del aula como lugar privilegiado para el aprendizaje compartido, en el que la cooperación es una clave metodológica de suma importancia que se quiere cambiar hacia el estilo competencial que la vida, la sociedad y el desarrollo de los mismos alumnos requiere. Leonor Prieto Navarro sabe contárnoslo y decirnos cómo llevarlos a cabo de manera práctica. La finalidad, el sentido teleológico de la nueva propuesta en competencias no tiene otro que enseñar a vivir a los alumnos y convertirlos en personas competentes, a gusto consigo mismas, dotándolas de los recursos y habilidades emocionales y sociales que les permitan un itinerario vital lo más armónico posible. Y porque enseñar a vivir es competencia de la escuela, Iñigo Arranz nos propone, desde una magnífica fundamentación teórica, todo un conjunto de itinerarios y propuestas para que el camino sea recorrido, vivido, con sentido plenificador como búsqueda de una vida más feliz, más dichosa, sin quitarle un ápice a lo que de dolor y sinsabor vaya uno encontrándose en el trayecto. Para finalizar la sección de “experiencias” iluminadoras que se llevan a cabo en centros de clara orientación cristiana como la moderna y, a un tiempo clásica, historia del Colegio Lourdes de Valladolid o las aventuras informáticas por Internet del Colegio Salesiano San José de Salamanca, a cargo de Alfonso Valdunciel, “Internet Sí, pero seguro”. No podía faltar esa sección de “recursos educativos y didácticos” de la que en un momento concreto el educador puede echar mano para ver/ leer/conocer lo que otros han pensado, vivido, experimentado y que, sin duda, pueden dar una chispa de luz e ingenio a la acción educativa armónica y complementaria. Alfredo Hernando Calvo Redactor Jefe de la revista Educadores

3 5 7 9 11 13 15 17 19 21 23 23 25 27 29 31 33 35 37 39 41 43 45 47 49 51 53 55 57 59 61 63 65 67

Revista EC nº 25  

Ángel Gabilondo sustituye a Mercedes Cabrera. Relevo en educación

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you