Issuu on Google+

EJEMPLAR GRATUITO ilustración y diseño ALFREDO PEÑALOZA

Año 16 • Número 727 • del 14 al 20 de marzo de 2014 • Ciudad Juárez, Chihuahua • Director: Samuel Schmidt •


la

Ricardo León historias cotidianas

2

14 al 20 Mar 2014 Número 727

Liberté, Egalité, Fraternité Ya sé que no es 14 de julio, pero no me importa. A como van las cosas, da lo mismo que sea un día u otro. A mucha gente le emociona el día de pago. Hay quienes esperan con ansia el día de la visita conyugal. Otros más suponen que el mejor día es el que no tienen que estudiar o trabajar. Pero hay quienes añoran el día en que puedan comer (sin adjetivos). Los que esperan poder encontrar un empleo también deben ser muchos. Pero entre la masa con o sin ingresos suficientes, con o sin problemas nutricionales, con o sin suficiencia educativa, pero con hartas ganas de formar parte del mundo, está la noción del shopping.

C

onsumir se ha convertido en el deporte de moda en todo el mundo. Muchísima gente lo puede hacer, pero muchísima más quisiera poder hacerlo. Y pareciera que esa es la motivación extrema y única para que este mundo siga su camino. Como si no hubiera otro. Absolutamente todo tiene que hacerse rápido y fácil para poder seguir consumiendo lo que la modernidad nos da. Comida rápida en envases desechables para alcanzar rápido el final de nuestra vertiginosa vida desechable. A pocos se les ocurre hacer la correlación entre consumo de productos artificiosos y el grave incremento en la incidencia de cánceres y cuantas enfermedades poco conocidas se vienen dando por el mundo. Por supuesto, quienes se benefician de la producción a gran escala de venenos para los seres humanos, para las especies con las que compartimos el planeta y para la Tierra misma, les importa un bledo los indicadores de morbilidad y mortalidad. Cuando se proclaman los principios del movimiento que, con la toma de La Bastilla inició la revolución francesa en 1789, los manipuladores de las ideas claman por la libertad de empresa, la libertad de

mentos y en el placer de saborear, nos atragantamos con alimentos ricos en whatever, hartos carbohidratos sintéticos, mucho sodio, sabores, colores, olores artificiales que ponen a sufrir a nuestro estómago, a nuestro hígado y a nuestros riñones. Para eso la medicina ha avanzado y vamos con el especialista que ataca de inmediato con otros químicos el mal provocado por los químicos. Todo, para que no se nos haga tarde y pasar nuestro día de descanso en el shopping mal, centro comercial o donde vendan algo para seguir tragando marranadas, comprando basura que no utilizaremos para absolutamente nada y que incrementará el volumen de los tiraderos que ya no se dan abasto. Necesitamos con urgencia llenar nuestro guardarropa con cuantas garras sea posible, docenas de zapatos, monos de peluche a lo pendejo por doquier, adornitos guardapolvo, recuerdos de plástico, relaciones artificiales, vidas superficiales, emociones instantáneas, gozos efervescentes, diversiones cáusticas, insatisfacciones garantizadas.

empleo, la igualdad de todos como consumidores, la fraternidad de los humanos para desear el bien de los demás por medio del intercambio de bienes, aunque sean bienes que solamente producen males. Las formas del mundo moderno nos han metido en un círculo vicioso del que nadie pretende salir, aunque las fuerzas centrífugas nos manden a todos al carambas más pronto que tarde. Para que la gente pueda comer, debe comprar su comida, pues ya la tierra está en manos de quién sabe quién y se destina a la producción de biocombustibles o a la experimentación de organismos genéticamente modificados para alimentar vacas y pollos encapsulados que posteriormente serán transformados en

deliciosos platillos preparados que se puedan consumir por cualquier persona después de un tratamiento de tres a cinco minutos con ondas electromagnéticas de alta frecuencia. Huácala de pollo, es mejor el fuego. Ah, pero se ahorra tiempo. ¿Para qué ahorrar tiempo? Para seguir consumiendo. En lugar de perder miserablemente nuestro tiempo en la preparación de ali-

Tenemos mucho y queremos más. El efecto de estreno es tan soso y hueco como adictivo. El problema es que a poca gente se le ocurre estrenar una parte del cerebro que jamás haya usado. A unos pocos se les ocurre mirar lugares nunca vistos o probar sabores inimaginables… todo debe ser igual. La igualdad de 1789 se ha convertido en homogenización, en que a todos se nos considere como parte de una manada en la que el comportamiento, la vestimenta, la alimenta-

ción y hasta los sentimientos debes ser similares, equiparables y fraternales. Y ni de esa manera logramos el entendimiento. La inconformidad se manifiesta porque la felicidad anunciada por tanto tiempo y prometida por tantos candidatos a lo que sea, no puede ser desde el momento en que la igualdad solamente está en el papel: unos son más iguales que otros. La fraternidad únicamente es asumida cuando se trata de hablar porque ya desde el siglo 16, Thomas Hobbes volvió a recordar la frase esa que más o menos dice Homo homini lupus y si quien con lobos anda, a aullar aprende, ahí nos hayan… Para que los lobos puedan aullar a gusto, sin mayores problemas, deben poner a chambear a los demás miembros de la manada que deben permanecer calladitos. A estos lepes, los callados, digo lupus callados, no se les permite más que quedarse con las sobras, pero si a los jefes de la manada no se les pega la gana, gozan de la libertad de no dejar ni sobras, así que los de la chamba tendrán que seguir a ver hasta cuándo les toca algo. Por eso cuando la oportunidad se da, a aullar se dijo. Tremblez, tyrans et vous perfides L’opprobre de tous les partis, Tremblez! vos projets parricides Vont enfin recevoir leurs prix! En fin, ya nos vamos al mall, aquí se terminan las cotidianas de hoy. mawyaka@hotmail.com http://www.elreto.com.mx http://lascotidianas.wordpress.com


la

3

Samuel schmidt

Número 727

Trivializar el asilo

Hace unos años Estados Unidos reclamó que se había cometido fraude con las solicitudes de asilo político de mexicanos. Al parecer algunos notarios, que por ley no pueden dar consejos políticos, llenaban las solicitudes de asilo porque al entregar la solicitud se recibía permiso de trabajo.

C

anadá estableció la visa para los mexicanos porque muchos habían solicitado asilo político estableciendo una carga desmedida en su sistema judicial. Estados Unidos reformó su ley de asilo de tal forma que el solicitante recibe permiso de trabajo solamente si se le concede el asilo, lo que puede tomar hasta años. No obstante esto, el número de solicitantes de asilo alcanza miles anualmente. La respuesta administrativa fue rechazar la gran mayoría de los casos, de hecho alrededor de un 98% de las solicitudes son rechazadas. Canadá protegió mexicanos y con el nuevo requisito migratorio ha reducido el número de turistas y solicitantes de protección. Hace unos meses un grupo de jóvenes que califican para la ley del sueño americano (Dream Act), o sea que fueron llevados a Estados Unidos siendo niños, son indocumentados y carecen de un marco social adecuado en sus países de origen, aun así decidieron salir del país, con lo que activan un castigo de no ingreso por diez años, pero regresaron y pidieron asilo político. Fueron detenidos y su solicitud está en trámite. Posteriormente el número ascendió a 20 personas, y hora se busca que sean 200. Entre aquellos que tuvieron

que salir del país perseguidos por el crimen autorizado, o sea, la fusión entre criminales y representantes del Estado, se levantó una gran preocupación porque pensaban que se trivializaban las solicitudes de asilo, lo que afectaría los casos que ellos pensaban eran verdaderos. La casi totalidad de los dreamers son gente que entró a Estados Unidos con o sin documentos, algunos tenían visa y decidieron quedarse al vencerse la vigencia de la misma, o porque su posición política los ponía en peligro en caso de volver, es el caso de iraníes por ejemplo. En ese grupo, los casos de personas que entran perseguidos en sus países son muy escasos. El estatuto de asilo protege a aquellos que son perseguidos por sus preferencias sexuales, religión, opinión política, o pertenencia a un grupo vulnerable o perseguido, aquí entran las mujeres golpeadas. Recientemente se otorgó asilo a una persona que tuvo que huir porque lo extorsionaban, lo que optimistamente, permitirá incluir como grupo vulnerable a las víctimas del crimen autorizado. Debido a la política de deportación de Barak Obama que lleva más de dos millones de deportados, algunas de las víctimas de la misma, se han vuelto víctima de los criminales en México y como

¿Dónde es casa? El país donde uno nació pero decidió abandonar por la causa que sea? ¿El país dónde uno decidió construir su futuro? Parte de la respuesta es moral y no jurídica. Los dreamers están usando el recurso de la solicitud de asilo para presionar a Obama. Supongamos que en los próximos meses se presentan miles de solicitudes motivadas por la necesidad de muchos por volver a casa, ahí donde están sus familiares, sus medios de vida. El servicio de migración dirá que los mexicanos están abusando del recurso del asilo, seguramente asumirá una estrategia de lentitud burocrática –que les es bien conocida- que resolverá los juicios en años, llenará sus prisiones –que son negocio privado- de gente inocente. Y aprovecharán para rechazar

No sorprende. Una de las de-

mandas principales en el año internacional de la mujer es que se detengan los feminicidios. Qué horror.

No sorprende I. Una mujer

llevaba en la parte trasera de su pantalón un letrero que decía: El machismo mata. Que gran verdad

testifica una de ellas, como regresaban de Estados Unidos, las extorsiones empezaron a llegar porque creían que llevaban dinero. Lo cierto es que esa política de deportación ha creado varios tipos de víctimas entre los que están: los que regresan sin tener el idioma y las habilidades para desenvolverse en un país que es suyo por referencia; los que regresan separados de sus familias. Cualquiera que sea la categoría en la que caigan, no encuentran el recurso para poder regresar y una de ellas decía: quiero volver a casa.

Entre ∫ ∫ ∫ ∫ ∫ ∫ telones

No sorprende II. PEMEX y su

sindicato ocultan información sobre convenios y préstamos. El ocultamiento afecta a la nación. Alguien debe parar a esos depredadores.

Corrupción. Que saquen toda las solicitudes de los perseguidos. La derecha sostendrá que los migrantes abusan del sistema y son violadores de la ley, presionarán para que no haya reforma migratoria y exigirán que se aceleren las deportaciones. Aprovecharán para sostener que las peticiones de asilo político son triviales. La petición de asilo se está convirtiendo en un medio más para frenar las deportaciones, para reunificar a las familias, para obviar el elevado costo social que esta produciendo una política migratoria insensible, con un sesgo anti mexicano muy marcado. Por desgracia, tal parece que muchos pagarán el costo que ha producido una mala política anti drogas en ambos países, y una ceguera para atacar las causas de la migración masiva: el capitalismo salvaje que enriquece a unos cuantos mientras despoja de todo a las grandes mayorías. shmil50@hotmail.com http://www.elreto.com.mx

la porquería de Oceanografía y que nos digan quién promovió los contratos y quién los protegió para que violaran todo lo posible. ¿INFONAVIT aguantó cuatro años sin pago?

Desesperación. Van familiares en masa a los cruces con Estados Unidos para tratar de entrar de regreso. La política de deportación de Obama ha causado estragos. Detuvieron al chapo accidentalmente, iba por gato y les salió liebre. También por ¿Qué

es? Cruzada contra el hambre organizó un desayuno en el hotel Four Seasons de la Ciudad de México y no para las mujeres hambrientas. Si no es electoral que Rosario Robles explique ¿a quién buscaba alimentar?

Mentiroso. Calderón toleró la mentira y por lo tanto debe asumir mintió con la muerte de un líder templario. Hay que recordárselo ahora que quiere regresar a salvarnos con su fundación.


4

kive schmidt tiempos Bíblicos

La niña de sus ojos Se acerca la fecha de recordar las atrocidades alemanas en contra del pueblo escogido de Dios, donde el mundo entero y muchas de las denominaciones cristianas han llegado a la conclusión que Dios se ha olvidado de su pueblo escogido, sin que tengan una claridad de lo escrito en tiempos antiguos. En el libro de Zacarías capítulo 2 verso 8 dice: “Porque así dice el Señor de los ejércitos, cuya gloria me ha enviado contra las naciones que os despojaron, porque el que os toca, toca la niña de su ojo”.

E

s inconcebible como muchos autores y maestros han tratado de desmantelar la promesa de Dios hacia su pueblo, negando con un aliento anti semitista el sufrimiento de este pueblo por más de 2000 años. Desde el principio Dios aceptó a este pequeño pueblo como su pueblo; después de 400 años de esclavitud los liberó llevándolos a una libertad inimaginable; les lleva por 40 años en el desierto proveyéndoles de todo lo necesario; les otorga como heredad una tierra y los convierte en una nación. Una nación como no hay otra en este mundo, donde hay avances cotidianos en la tecnología, medicina, agricultura y otros inventos, pues Dios prometió en su palabra Espíritu de sabiduría y de inteligencia, Espíritu de consejo, Espíritu de conocimiento y de poder. El libro de Isaías 66:22 nos dice: Porque como los cielos nuevos y la tierra nueva que yo hago permanecerán delante de mí declara el SEÑOR, así permanecerá vuestra descendencia y vuestro nombre, Dios cuida sus Pactos por generaciones, así

es el pacto que hizo con Abraham no solo de ser su pueblo sino que también la tierra que Él les dio será de ellos por generaciones. 

14 al 20 Mar 2014 Número 727

discípulo que llevó el evangelio a las naciones) que la palabra Divina no manifiesta el exilio del pueblo Judío y es por eso que en sus escritos nunca buscó la reposición dogmática de esa tierra Prometida por Dios En el libro segundo de Samuel 7:1216 se habla con perfección acerca del Pacto con David y posteriormente con Salomón, es muy agradable ver como Dios pacta con sus seres queridos, sin embargo a pesar del terrible pecado de David y la apostasía de Salomón, sus reinos nunca le fueron desposeídos a sus descendientes.

Una interesante nota del autor Mesiánico Michael L. Brown dice: “Como reiteran estos maestros, cuando casi todo el Nuevo Pacto fue escrito para más o menos un millón de judíos que vivían en Israel, siendo su capital Jerusalén y el Templo seguía estando en pie”. Entendemos en las palabras de Yeshua, que viene destrucción a Jerusalén y será una destrucción que durará “hasta que el tiempo de los gentiles se haya cumplido”, el llegará como Mesías a Jerusalén donde ¡obviamente viven judíos!

Si este pueblo escogido violara los términos del pacto acordado por Dios -especialmente expresado por Moisés- entonces serán castigados e inclusive se les expulsara temporalmente de su tierra; la palabra de Dios a Abraham perdura en la promesa del Pacto, ya que sin importar lo que Israel (como nación) haga, seguirá siendo su Pueblo prometido y toda promesa será entregada, pues Dios no es un hombre para que mienta, ni hijo de hombre para que se arrepienta. ¿Lo ha dicho El, y no lo hará?, ¿ha hablado, y no lo cumplirá? (Libro de números 23:19)

Dios es específico en sus Pactos, con nuestros patriarcas recalcó todas estas promesas y le pidió a Moisés que las escribiera en un libro para que fueran testimonio no solo para su pueblo sino para las naciones, reiterando la permanencia de las escrituras de la Tora como sucesión en el Nuevo Pacto, dando a entender que el Apóstol Pablo (el

Los judíos siguen siendo los elegidos por el amor de Dios dado a sus patriarcas; si no fuera así, las promesas de Dios no tendrían significado alguno. Ni los pogromos, ni las cruzadas, ni el holocausto, ni la inquisición, ni el dogma creado por el hombre que ha mostrado este odio por un pueblo que ha sufrido por generaciones; pero nunca Dios

se ha olvidado de este pueblo. La revelación de Dios al Apóstol Pablo en el libro de Romanos capítulos 11 dice que estamos injertados en el olivo de Israel, donde la raíz es la Palabra Divina, del Génesis al Apocalipsis el tronco es Yeshua nuestro mediador, y las ramas son todos aquellos que han dado su corazón a Yeshua. Como entonces se sigue creando este odio a este pueblo, como pues se atreven a decir que ¿el Holocausto nunca existió? Démosle a Dios el respeto necesario y a su pueblo la bendición que EL nos ha pedido.

Noa Levy Broken Owner noa@theboutiquerealstate.com


Páramo Paisaje de arte y literatura en México hilda Sotelo • EDITORA •

Todos queremos leer con Fátima Parada y

Invitados especiales: Arminé Arjona y Ricardo Vigueras

Sábado 15 de marzo en el café 656 6 pm Avenida Juárez No. 101 y 16 de Septiembre en contra esquina del museo de la Ex Aduana Nota: No hay paso vehícular sobre la 16 de Sep y Ave Juárez

14 al 20 Mar 2014 Número 727

Cultura

5

El sueter (y María)

E

ntonces en ese momento nos dimos cuenta que el dolor no es sólo eso que sentimos cuando nos caemos de la bici a los siete años, ni eso que nos cala en la garganta cuando ves a tu amor de la secundaria darle un chocolate a alguien más, ni eso que nos abraza cada que algo nos decepciona, tampoco es eso que sientes cuando te castigan por llegar tarde a tu casa, ni mucho menos eso que nos golpea el ego cuando el equipo rival anota el gol ganador y tu equipo pierde la final, no, es mucho más, ése “dolor”, el dolor es la vida, la vida sola, o con ella, ésa, la vida, la vida que duele (y qué rico duele).   Por la vitrina de una tienda del centro comercial vi su cara, por poco la confundo con la de un maniquí esbelto y fabricado con medidas precisas para ser entallado por las más finas prendas de aquella tienda de diseñador francés. Detuve el paso cansado para ubicar de nuevo mis ojos en lo que pensé que había sido una proyección de mi mente medicada. Mi mente no me había traicionado, era una figura preciosa la que se medía sobre la ropa un suéter grande (como después descubriría que le gustaban)  frente a los espejos de la tienda en la cual yo ya me encontraba caminando curiosa y muerta de ganas por saber su nombre. 

María Balderrama Prieto Escritora, El Paso

dio un apretón queriendo sentir aun más que mi mano- qué gusto, y qué gusto tenerte aquí- me dijo tomando la bolsa de mis manos mientras rozábamos de nuevo.  -”La que te abrazará siempre”le dije sonriendo presentándome así, haciéndole saber que nunca la soltaría, sabiendo que era el comienzo de un abrazo eterno. 

café negro o con leche?- me preguntó ahora con una sonrisa pícara que invadía su cara.  -A mí me gusta negro y cargadodije- pero me gustaría mucho más que me acompañaras a tomarlo, ¿vamos?  Logró sonreír aun más con los cachetes sonrojados, (como después descubriría que se prenden cada que le sonríe el alma) afirmó con la cabeza algo despeinada mientras sostenía el suéter en sus manos.

-Te queda grande- le dije intentando ser indiferente pero la sonrisa me comía los ojos. 

-¿Te gusta?- pregunté y ella me contestó con otro tono de rosa más intenso en sus cachetes. Tomé el suéter de sus manos que se sentían nuevas en las mías y me dirigí a la caja registradora y ella se quedaba aún muda. Envuelto en papel y dentro de la bolsa de la tienda se lo entregué- ten, para que siempre sientas que te abrazo.

-Me gusta que el suéter me llene a mí y no al contrario- me contestó no sé si molesta o entretenida con mi repentina aparición- y a ti, ¿te gusta el

-María- me extendió la mano derecha presentándose con ese nombre que le quedaba perfecto a sus ojos olivo y su cabello miel, entonces me

Fueron esos escalofríos, ese palpitar en la panza, esas voces en el corazón que gritaban hambrientas, ese temblar en la cabeza, ese alborote en el sistema. Fue eso lo que causó un ligero roce de nuestros cadáveres, ya estábamos muertas, claro, pero eso aún no lo sabíamos.  Llegamos al café más cercano del mismo centro comercial, era correcto caminar a su lado, eso lo sabía mejor que mi nombre. Ella siempre tomaba café, (como notaría después de incontables mañanas a su lado) también era experta en temas por los cuales a mi me gustaba vagabundear en mi tiempo libre. Hablaba y escuchaba una voz con un toque de justicia y picardía y si ponía mucha atención en las últimas palabras de cada oración que cantaba podía notar una cierta niñez que maduró precoz, se revolcaba en mi mente manchando cada holgura de mi entendimiento con sus palabras. Ahí con ese olor a tabaco y café, aún huele (y qué rico huele), nos tomábamos la taza cargada con un aroma distinguido y fuerte, nos tomábamos la mano también, y la vida, esa que ahí tomábamos y sabíamos que nunca podríamos dejar ir, esa vida duele (y qué rico duele). 


El 28 de enero de 1918, Ole Kirk Christiansen abrió un negocio de carpintería en Billund, Dinamarca comenzó construyendo casas y muebles. Ole Kirk comenzó a producir versiones en miniatura de sus productos como ayuda de diseño que lo inspiraron a producir juguetes. En 1934 que el nombre LEGO fue acuñado a raíz de la frase danesa leg godt, que significa “juega bien”. En 1949, LEGO comenzó a producir los bloques de plástico, los cuales llevaron a la compañía a la fama, pero la utilización de plástico para la fabricación de juguetes no fue bien recibida por vendedores y consumidores de la época. Se han lanzado varios miles de juegos con distintas temáticas.

Lego

6

14 al 20 Mar 2014 Número 727


7

14 al 20 Mar 2014 Número 727

Armar con Legos: la película segunda parte

Luis Castañeda LO DIJO LUIS

Tema 1: Los juegos son para los niños

El conflicto la trama de la película LEGO se basa en la continua lucha entre seguir las reglas y ser original. En otras palabras, entre crecer o no crecer. Los hombres en nuestros días, la mayoría (no todos), se encuentran bajo muchas presiones: económicas, sociales, de género, y al parecer la forma de escapar son los juegos de video y las películas de acción de superhéroes. Esta forma de escapar tiene sus propias consecuencias. El dinero se gasta en “juguetes,” y en entretenimiento “superficial” donde no se enfrentan las realidades cotidianas. Todos escapamos, no quiero malentendidos, pero las opciones digitales se han crecido enormemente y son utilizadas por los hombres incapaces de crecer. Bajo este lente se trata de un mensaje subversivo. Dan Gaman, Kevin Hageman, Phil Lord, y Christopher Miller, los escritores, se aseguran de criticar como nuestras expectativas de vida son irreales al basarlas en personajes ficticios que no sirven más que para entretener. Los personajes como Batman, Superman, Y Wonder Woman, entre muchos otros, no son más que caricaturas que funcionan dentro de su propio mundo y en este caso son representados como lo que son: personajes en dos dimensiones o caricaturas. Los escritores preguntan: ¿Por qué seguimos a personajes imaginarios? ¿Por qué los adoramos? ¿Por qué son héroes? No solamente es una pérdida de tiempo, sino debe dejarse para los niños.

Tema 2: La Religión

Una y otra vez los signos religiosos, especialmente los cristianos, se exponen en la película. En primer lugar se habla continuamente de un “creador” que vive “arriba.” De igual forma, se hablar de unos “creadores especiales” que tienen el poder de convertir las cosas en algo original y que se usa. Pero las conexiones no terminan ahí. El personaje principal, Emmet, es de lo más común pero es considerado “el más especial.” Inclusive se habla de que él es el único que puede salvar a toda la sociedad. No tiene ningún poder como los otros, es humilde, bondadoso, y trae una nueva forma de ver al mundo. Por si eso no fuera poco, Emmet muere al dar la vida por los demás, se va a lo que podría considerarse el cielo (donde vive el creador) y regresa con una nueva noticia: En el clímax del film, su mensaje es claro: “No tienes que ser el malo de la película.” ¡Las referencias son en tu totalidad de proporciones Bíblicas! El nuevo testamento se aparta del Viejo Testamento en la forma que el personaje de Jesús ofrece a todos la oportunidad de acercarse a Dios sin intermediarios. Emmet, por otra parte, hace lo mismo. Sin importar el pasado del antagonista, todos tenemos la oportunidad de cambiar y de ser “creadores.” Pero por si aún quedara duda sobre el mensaje religioso del fin, al final de la película nos encontramos con la relación de un padre con su hijo, donde es el hijo el que le enseña al papá una nueva forma de vivir. El hijo es en este caso, el Salvador de todos los habitantes sin importar quienes son, sin importar si son importantes o no, y sin importar lo que hacen para vivir. Todos, explica el niño tienen el poder de ser especiales, originales, y de cambiar al mundo; todos son salvos. Quizá un poco menos aparente, es la idea de que aunque no podemos ver a nuestro “creador,” si podemos sentir su presciencia y si podemos ver, si somos cuidadosos y tenemos fe, sentirlo. De esta manera, todas nuestras acciones son importantes por diminutas que sean y todo tiene un determinado fin, no somos creaciones instantáneas o al azar. Nuestro fin es el de ser mejores con los demás para vivir en una sociedad justa y amorosa. Los personajes fueron, aunque no entiendan como, creados con amor para ser felices. (Continuará) lodijoluis@hotmail.com


8

de mi cuaderno de apuntes margarita salazar mendoza

Mírame

Páramo Paisaje de arte y literatura en México

14 al 20 Mar 2014 Número 727

Al estar enamorados, una simple mirada puede ser dicha o sufrimiento: si nos ve porque nos ve, si no nos ve porque no nos ve. En fin, hay personas que nos causan una atracción irresistible, y entre si volteamos a ver o no el deseado rostro, la zozobra se apodera de nuestra mente y no hay razones que valgan.

E

sos sentimientos son los que, por excelencia, son expresados en la poesía. Ésa es su característica principal: la subjetividad, la expresión de sentimientos, de emociones. Sin embargo, para que sea considerada poesía, en toda la extensión de la palabra, es necesaria la forma estética, sublime y altamente cuidada. Una de las pocas composiciones de la primera etapa de la escritura de Garcilaso de la Vega -quien nació en Toledo, en 1501, y murió en Niza, en 1536-, es la Copla VIII, un típico villancico amoroso con su estribillo, mudanza y vuelta; en él se muestra la visión contradictoria del amor -dicha, desdicha-. Nadi puede ser dichoso, señora, ni desdichado, sino que os haya mirado. Porque la gloria de veros en ese punto se quita que se piensa en mereceros; así que, sin conoceros, nadi puede ser dichoso, señora, ni desdichado, sino que os haya mirado. Otro hermosísimo poema de amor y de miradas, es el Villancico II de Juan Boscán (Barcelona, ca. 1487 - Perpiñán, ca. 1542): Si no os hubiera mirado, no penara, pero tampoco os mirara. Veros harto mal ha sido, mas no veros peor fuera; no quedara tan perdido, pero mucho más perdiera. ¿Qué viera aquél que no os viera? ¿Cuál quedara, señora, si no os mirara? Juan Boscán y Garcilaso de la Vega fueron amigos. Hay un triste y sentido soneto que Boscán escribió a raíz

de la muerte de Garcilaso. Pero no nos olvidemos de su Canción V. ¿Qué haré, que por quereros mis extremos son tan claros, que ni soy para miraros, ni puedo dejar de veros? Yo no sé con vuestra ausencia un punto vivir ausente, ni puedo sufrir presente, señora, tan gran presencia. De suerte que, por quereros, mis extremos son tan claros, que ni soy para miraros, ni puedo dejar de veros. A ellos debemos la introducción del verso, las estrofas y la estructura más recurrentes en la versificación española: el endecasílabo, el terceto, la lira, la octava real y el soneto. También podemos citar esta conocida composición del sevillano Gutierre de Cetina (c. 1517 - c. 1557): Ojos claros, serenos, si de un dulce mirar sois alabados, ¿por qué, si me miráis, miráis airados? Si cuanto más piadosos, más bellos parecéis a aquel que os mira, no me miréis con ira, porque no parezcáis menos hermosos. ¡Ay tormentos rabiosos! Ojos claros, serenos, ya que así me miráis, miradme al menos. Este poeta dejó dos textos en prosa, Diálogo entre la cabeza y la gorra y la Paradoja en alabanza de los cuernos; la mayoría de sus páginas las dedicó a la poesía, y la calidad de sus madrigales no tiene igual en nuestras letras. Pero volvamos con Juan Boscán y disfruten un fragmento en el que se debate entre ver al objeto de su deseo o no verlo.

Propongo de estarme así, no viéndoos, por no ofenderos, pero, ya tornando en mí, no puedo dejar de veros, acordándome que os vi. Con deseoso cuidado voy como loco a buscaros y, después que os he topado, daría por no hallaros el bien de haberos hallado. Y este último, que ustedes pueden interpretar como la más maravillosa forma de declarar su amor, o bien, la manera más diplomática para decir adiós. El que de vos se partiere merece nunca bolver. O, señora si bolviere, que buelva para no’s ver. No meresco la venida, pues fui para poder irme, aunque harto va medida con la pena del partirme la culpa de la partida. Mas si yo jamás me fuere, bien sé que no abrá de ser, pero quiero, si ello fuere, pagallo con nunca os ver. Como ven, nuestros sufrimientos amorosos no son tan únicos, ya han sido retratados en excelentes textos poéticos. Quizá ustedes quieran buscar más poemas de este tipo, los encontrarán con bastante facilidad. Los nombres aquí citados los llevarán a otros; será sencillo. Luego que ya los hayan leído, tal vez se sientan lo suficientemente inspirados para ponerse a escribir. www.elreto.com.mx marga_salazar@hotmail.com


Páramo Paisaje de arte y literatura en México

9

Cultura

14 al 20 Mar 2014 Número 727

Reacciones, razones y sinrazones de Octavio Paz ante las Mujeres cósmicas de Hilda Sotelo las drogas

P

rimero confieso que me costó trabajo leerlo, y que eso no fue lo difícil, lo realmente complicado fue tratar de entenderlo, no sabía si estaba siendo testigo de un viaje muy denso, una serie de alucinaciones en otra dimensión, o simplemente estaba leyendo una nueva versión de la serie Sex in the City pero en LSD. Con este libro Hilda se ha unido al grupo de los intrépidos, de los independientes, esos escritores que al no recibir un dictamen favorable, deciden autopublicarse, decisión que nunca me ha resultado atractiva, por un lado el costo, y por el otro, creo que jamás he escrito algo que valga tanto la pena como para poner dinero de mi bolsillo para publicarlo. Pero yo no soy el tema, el tema son estos autores que se han rebelado, los que creen en su obra y hacen hasta lo indecible por hacerla llegar al público. Y esta novela me recuerda un caso muy particular, el de Jaime Romero Robledo de la ciudad de Chihuahua, que ante la negativa de muchas editoriales en México, optó por crear su propia editorial y publicar su novela El mundo de ocho a espacios, en 2010. La novela fue más que bien recibida por la crítica, obtuvo el premio Colima a mejor obra publicada, con ese premio cerró un ciclo que fue del rechazo a la certeza, a la demostración de la calidad de su trabajo. Eso por un lado, pero si traigo a colación esta obra en particular

Edgar R. Luna escritor

es por lo que Hilda llama sincronías, El mundo de ocho espacios es un libro singular, sus primeras páginas son extrañas, difíciles y parecen no tener sentido, hablan de rutinas mecánicas, de absurdos laborales y burocráticos, nos hablan de procedimientos, trámites, formas, cuestionarios y parecen repetirse una y otra vez. Y por si eso fuera poco, al final de cada página va sucediendo un cuento aparte. Después de pasar esas páginas, uno descubre lo que Jaime Romero Robledo acaba de hacer, programó al lector para hacerlo capaz de leer su novela, por ese lado, y nada más por eso, considero a esa obra un prodigio insuperable. Con Mujeres Cósmicas de Hilda sucede algo similar, pero en dirección contraria, lo que sucede ahí es precisamente desprogramar al lector, las primeras páginas de la novela son el planteamiento de la visión o visiones del personaje, me explico: En contra de la tradición y la estructura narrativa sugerida, por no decir impuesta por las corrientes del pensamiento mejor posicionadas en las telúricas pirámides de nuestro tiempo, Hilda Sotelo propone derribar esos prejuicios que limitan en demasía el pensamiento creativo. No hay una línea narrativa, no hay un espacio delimitado ni definido, la novela sucede en varios planos, la línea narrativa es difusa y dispersa, no es recta ni va en una sola dirección, tampoco existe la noción del tiempo, sucede libremente sin ataduras formales, sin territorios, sin escenarios fijos, es por tratar de darle

un nombre, una secuencia plástica, pero también elástica. Recuerdo que en una entrevista a la ganadora del Nobel de literatura en 2013, la canadiense Alice Munro, le preguntaron por qué sus cuentos eran tan dispersos e iban de un asunto a otro, y crecían cómo un árbol donde una anécdota era una rama de dónde crecían otras, y Munro simplemente respondió: Porque la vida es así, no es una sola anécdota, no tiene una estructura narrativa, ni una línea cronológica. Mujeres Cósmicas va por ahí, está llena de historias, de, cómo su nombre lo indica, de mujeres, de sus ideas, sueños, aspiraciones, y de la eterna batalla entre sus intenciones y sus acciones, sus pensamientos y sus palabras. Tal vez Hilda debiera agregarle al libro un diccionario de símbolos, la novela está llena de ellos, la serpiente por ejemplo, es una presencia constante, y aunque la víbora ahora nos resulta un animal repulsivo, desde la antigüedad la serpiente tiene otro valor, representa el cambio perpetuo, el conocimiento, el símbolo de la serpiente mordiéndose la cola, no se refiere a la mujer chismosa que muere ahogada por su propio veneno, no, es el símbolo del cambio y conocimiento perpetuo, y aunque no lo creamos, del rejuvenecimiento, sólo hay que recordar la vara de Esculapio y el símbolo de la medicina. Pero que bueno que Hilda no lo hizo, su novela es una propuesta a transformar al lector habitual,

en un lector nuevo, como si nos asomáramos por primera vez a un libro, por primera vez a un primer libro, de alguna forma, autor y lector deben quedar en igualdad de circunstancias, letras frescas para miradas frescas, de nuevo, el rejuvenecimiento. Y eso provoca que la novela se llene de significados y de interpretaciones, otra sugerencia que se me ocurrió, era que la autora incluyera una representación visual de sus personajes, Hilda, bastante generosa las dibuja bellas, atractivas, muy sensuales, con un encanto milenario y provocador, y debo admitirlo, se queda uno con ganas de verlas por lo menos dibujadas, y al final pienso lo mismo, qué bueno que no lo hizo, la novela debe suceder en la imaginación, debe irse armando según las experiencias y conocimientos de cada lector, cada historia, cada personaje tocará de manera distinta a cada uno de nosotros, unos nos parecerán interesantes y otros no, pero habrá alguno que vaya más allá de eso, encontraremos nuestro semejante. Mujeres cósmicas me parece un acto de liberación, Hilda liberó su mente y nos invitó a entrar con ella por los pasillos oscuros y estrechos del pensamiento dominante y verla salir del otro lado liberada de las viejas ataduras  y creo que la autora de cierta manera, también hace libre al lector, lo arroja con nuevos ojos a contemplar el viejo mundo y le contagia el impulso de cambiarlo, ahora que ve las cosa de distintas manera, ya sabe por donde empezar.

A

Guillermo Sheridan

Paz le interesaron las drogas como problema literario y cultural y escribió sobre el tema lo suficiente para llenar un libro. Lo hizo en parte él mismo, pues en Excursiones/incursiones agrupó algunos: “Conocimiento, drogas, inspiración” (de 1960), pero hay otras páginas que podrían complementarlo, como la recapitulación de 1991 que figura en el prólogo a ese mismo volumen. Un estudio cabal de sus ideas exigiría, desde luego, un ensayo extenso y ambicioso: sólo gloso aquí una guía.  En 1960, Paz pensaba que el apogeo del láudano, el opio, el hachís y “dos drogas mexicanas” –el peyote y los hongos– servían como agentes supletorios, como una salida más ante el sacrificio de lo sagrado que cometió la razón moderna. La cuestión era eminentemente cultural y Paz la cruzaba con la práctica arcaica de las drogas religiosas y sus supervivencias entre algunos poetas modernos que las ensayaron, si bien “no intentaron extraer una estética y una filosofía de su experiencia”.  En 1991, es decir lustros antes de arribar al campo de batalla en que estamos ahora, reconocía los riesgos de tocar el tema. En 1960 no era peligroso, mientras que en 1991 “es imposible tratarlo sin exponerse a serios equívocos” pues colinda con el doble entrevero de la delincuencia internacional y la salud pública. Si por un lado está el negocio “controlado por bandas sin escrúpulos”, por el otro “los resultados morales y sociales del uso de esas substancias es aterrador: millones de seres humanos, principalmente jóvenes, han sido esclavizados por un hábito que los destruye física y moralmente”. Paz se halla obviamente al tanto de las contradicciones. Piensa que los alucinógenos “sagrados” fomentan la introspección: “el alcohol nos empuja hacia afuera, los alucinógenos nos retraen” y cree que Huxley acierta cuando dice que “no son más sino menos peligrosas que el alcohol”, pero las autoridades las prohíben no tanto en nombre de la salud pública como de la moral social. Son un desafío a las ideas de actividad, utilidad, progreso, trabajo y demás nociones que justifican nuestro diario ir y venir […] la autoridad no obra como si reprimiese una práctica reprobable o un delito sino una disidencia.


10

Antonio Hermosa

Mientras se finlandiza Ucrania

E

Antonio Hermosa

l día 21 del pasado mes de noviembre Ucrania y la Unión Europea [UE] debían firmar un acuerdo de asociación que venía preparándose desde 2012. Para el próximo 16 de este mes está prevista la celebración en Crimea de un referéndum, convocado por el gobierno local, al objeto de independizarse de Ucrania o, en su defecto, de ganar mayor cuota de autonomía de la que ya posee. Nadie ajeno a lo sucedido en estos tres largos meses acertaría a situar ambos hechos como el principio y el fin (momentáneo) de un mismo curso de acontecimientos, ni, por ende, a vislumbrar el vínculo causal que los une. El nexo más visible, mas en absoluto el único, se llama Rusia, razón bastante para explicar por qué a ciertos países les sienta tan mal su historia reciente. El acuerdo no se selló porque Putin se opuso, pese a no constituir el primer paso para una integración futura de Ucrania en la UE ni conllevar un programa de financiación de la deuda ucraniana que habría situado al prestamista en posición de comprar desde la economía soberanía política al prestatario. Putin abortó la operación a su modo, esto es, mediante el chantaje forzoso de la rebaja del precio del gas y la concesión de un préstamo de 15.000 millones de dólares, medidas ambas que se aprobarían con carácter inmediato: y que, en efecto, demuestran lo fácil que es apoderarse de un débil, o, si lo prefieren, comprar desde la economía soberanía política –cosa además innecesaria para Putin, por cuanto la ejerce de continuo. Por otro lado, el referéndum en pro de la separación de Crimea es el mismo que la reconduce a la tutela rusa, cosa nada difícil en una región poblada mayoritariamente por rusos y en la que se habla ruso. El Santa Rita, Rita, Rita… no funciona con Rusia, y ahora ha llegado la hora de recuperar el falso regalo de Nikita Kruschev, que lo hizo, además, cuando Ucrania era soviética. Y no funciona porque la Santa Madre Rusia ha enseñado a sus pequeñines, según afirmara un día uno de sus más voraces hijos, Stalin, que es ruso cuanto antes fuera ruso, aun si se perdió después: he ahí el momento en el que Stalin devino un musulmán adelantado. CONTINUARÁ

14 al 20 Mar 2014 Número 727

Los males del bien Pitágoras y la amistad

segunda y última parte

“En efecto, es en su modo de vida en lo que los hombres se diferencian de los animales, los griegos de los bárbaros, los libres de los esclavos, los filósofos de los hombres comunes” (cursivas mías).

A

sí pues, la educación no sólo acarrea la singularización de la especie humana en el mundo de la naturaleza frente a la animal; existen tres tipos más de humanización intrahumana que configuran otros tantos sistemas de dominación; y que, al sustanciar el dominio, reintroducen por así decir el reino de la naturaleza en el reino del hombre: lo naturalizan. Pitágoras no supo ver que la virtud puede devenir necesidad y que por lo mismo, como más tarde nos recordará Montesquieu, también ella tiene necesidad de límites. Y el filósofo, como se ve, el gran benefactor de la comunidad para el sabio de Samos, empieza ya ahí a configurarse como un mundo aparte en el interior de la misma. Con todo, los males generados por lo bueno afloran incluso allí donde el dominio queda oculto ante las flores del bien, es decir, donde la igualdad y el equilibrio despuntan socialmente como armonía. El lector habrá notado sin duda que en la exposición de los temas con los que Pitágoras ilustra a sus alumnos saltamos del

primero al tercero. En el segundo de ellos, al que dedicaremos el resto del texto, se centra en otro tópos clásico del helenismo: la amistad, ese instrumento sin el cual incluso el mismísimo Aristóteles retuviera inviable la consolidación de la polis. Les dice aquí Pitágoras: “en el trato mutuo, obrarían más afortunadamente si jamás se erigían en enemigos de sus amigos, y si se hacían lo más rápidamente posible amigos de sus enemigos (…)”. La amistad es pues una base de la armonía pública, una armonía que en las palabras siguientes parece coquetear con el ideal de la amabilidad universal; llegados a ese punto mágico, en efecto, la realización del ideal haría casi innecesarias las leyes, y con ellas la propia política. Pero ahí radica, precisamente, el nudo gordiano que el filósofo no supo cortar. Intentaré explicarme. ¿Es posible siquiera concebir una amistad como la preconizada: es al menos deseable? Con independencia de las delicias con las que se construya el concepto de amistad y de las vivencias por cierto únicas que de-

para a los amigos, lo cierto es que la intensidad del lazo que forja entre ellos es directamente opuesto a su universalización: los amigos, para ser buenos, esto es, para serlo, han de ser pocos. Y aceptado semejante dogma, a lo máximo que el ideal permite aspirar es a una sociedad configurada como una marea de grupos de amigos. Ahora bien, y aun prescindiendo de la facilidad con la que un grupo de amigos llega a revelar hostilidad a otro grupo en grado proporcional al afecto que sus miembros se dispensan entre sí; y prescindiendo, con mayor razón, de que tal tendencia puede extremarse y dar como consecuencia un Aquiles tierno hasta lo inimaginable con Patroclo e inhumano hasta lo inimaginable con los troyanos porque uno de ellos le dio muerte en justo combate; aun prescindiendo de todo eso, digo, ¿es deseable? Una sociedad basada en una suerte de amabilidad o benevolencia universal es una sociedad que ha aniquilado en su seno el pluralismo, es decir, el cúmulo de diferencias que nos individúan como seres humanos y la legitimidad de tales diferencias. Y, naturalmente, sus consecuencias: tanto los conflictos que ineludiblemente surgirán en sus mutuas relaciones como el mecanismo civilizador de

su pacificación no violenta. Lo que se adivina al final del recorrido soñado, de ser posible, es la pesadilla de la uniformidad humana y el conjunto de monstruos que ya Tocqueville o Arendt señalaran, y que en cualquier caso pasan por el sepelio del individuo y de la libertad, por un lado, y de la democracia –la política de ambas– por otro. Tal es el mal incrustado en el bien de la amistad, la promesa de totalitarismo –la política de la uniformidad– que anuncia. Deberíamos por tanto ser conscientes de a qué jugamos cuando intentamos atribuir a la ética un peso político, porque corremos el riesgo de hundirnos con sólo botar el barco. Deberíamos, en otras palabras, hacer el bien cuando es posible, y saber entrar en el mal cuando es necesario, como nos dijo hace ya 500 años Nicolás Maquiavelo. Y en ello resumió el arte de la política.


pág.

11

Número 727

Consejo Editorial

Victoria Caraveo Carlos Ramírez Enrique Cortazar Jorge López Pedro Siller

Director General

Samuel Schmidt

Editora GENERAL

Rubi Rivera

EDITORA CULTURA

Hilda Sotelo Diseño

Peñaloza Administración

Sandra Bernal

¿Quiénes son los nuestros en este mundo desconcertante? Es comprensible la añoranza de muchos por los viejos tiempos en los que era fácil saber quiénes eran los nuestros. Es por ello que el vértigo que provocan las dudas del mundo actual genera retornos en busca de las viejas certezas del pasado.

E

Ucrania, en Venezuela o en Colombia, en Egipto o en Palestina― ¿quiénes son los nuestros?

mociona recordar, por poner un ejemplo, que un niño argentino, familiarmente llamado Teté en aquellos años, ―el Che Guevara, dos décadas más tarde― seguía la evolución de los distintos frentes de la guerra civil española en un mapa colgado en su habitación, identificado como estaba él y su familia con la causa de la República.

Kamel Athié Martha Bátiz Zuk Luis Castañeda Martha Chapa Sandro Cohen Pedro Echeverría Guillermo Fárber El Fisgón Marco Antonio Flota Helguera Luis Felipe Fernández Antonio Hermosa (Sevilla) Ricardo León Jorge López Carlos Ramírez Rubi Rivera Margarita Salazar Kive Schmidt Rosie Schmidt Pedro Siller Carlos Spector Héctor Subirats (Madrid) Ricardo Vigueras Jorge Yapor

Poco después, en la segunda mitad de la década de los cuarenta, la Guerra Fría se extendió por el planeta haciendo explícito y tangible el reparto de Yalta. El Telón de Acero del que hablara Winston Churchill, puso las cosas tan claras que nadie podía dudar: los amigos de mis amigos eran mis amigos, y al contrario. ¿Quién podía dudar qué era blanco y qué era negro cuando los B-52 bombardeaban con un napalm inmisericorde al pequeño Vietnam, o cuando los valerosos argelinos del FLN se enfrentaban al Ejército francés y a la OAS en su lucha por la independencia? ¿Quién podía dejar de indignarse con la aplicación de la Doctrina de Seguridad Nacional en América Latina? ¿Cómo no sublevarse contra la agresión del gobierno de Washington encabezado por Ronald Reagan contra la que Julio Cortázar llamó la revolución más linda del mundo, la sandinista?

Semanario de Política y Cultura Ejemplar Gratuito Oficinas: Av. 16 de Septiembre No. 455 Oriente, despacho 307 (zona Centro),Ciudad Juárez, Chih., México. Teléfono y fax 612-7206 e-mail: elreto02@hotmail.com Los autores son responsables del contenido de sus artículos. Registro en trámite.

La Guerra Fría acabó en los primeros noventa cuando ―Fidel Castro dixit― la Unión Soviética se desmerengó. Cayó el Muro de Berlín y el mundo bipolar se convirtió en un mundo unipolar limitado, con los Estados Unidos como

Colaboradores

><

Dr. Joan del Alcàzar

única superpotencia hegemónica. Han pasado los años y así seguimos, aunque hay que anotar que tanto Rusia como China siguen haciendo lo que mejor consideran ―con frecuencia maldades― para entorpecer el liderazgo con frecuencia tan ensimismado como soberbio de la Casa Blanca y su Departamento de Estado. Los Estados Unidos de G.W. Bush ―con dos comparsas llamados Blair y Aznar― lanzaron la llamada guerra preventiva contra el tirano iraquí Sadam Hussein y se metieron en el avispero afgano, del que ya habían salido malheridos los soviéticos en los primeros ochenta. Han pasado los años e Irak es un país destruido en el que sus habitantes han sido los paganos únicos del desastre, y Afganistán sigue siendo un estado fallido en el que los talibanes y los señores de la guerra siguen dictando su perversa ley. ¿Quién pagará por tanto crimen? Y ahora, en estos días, ―con lo qué está pasando en Siria o en

El mundo árabe es un terreno particularmente pantanoso. Como ha escrito Antonio Hermosa, hemos pasado de las primaveras árabes al invierno musulmán. Y es que aunque todavía los diversos procesos no han terminado, se anuncia un final menos feliz del imaginado en la medida que la religión coránica es enemiga de la democracia. ¿Dónde nos situamos en el conflicto egipcio, con los militares en el poder, persiguiendo a los Hermanos Musulmanes y también a los laicos demócratas? ¿Y qué hacemos ante el drama sirio, apoyar a Bashar Al-Asad o a los rebeldes, cuando ambos son responsables de cometer los peores crímenes de guerra? ¿Qué hacer ante la crisis de Ucrania, decantarnos por los llamados pro europeístas de Kiev ― con Yulia  Timoshenko, la turbia amiga del PP europeo, y con violentos ultraderechistas mezclados con gentes de bien― bendecidos por los Estados Unidos y la Unión Europea, o hacerlo por Vladimir Putin y sus amigos, tan poco sospechosos de ajustarse a las reglas elementales de la democracia? En la medida que es necesario no caer ni en la melancolía ni en el relativismo estéril, algunas pautas debemos adoptar para decidir dónde nos ubicamos en esos escenarios complejos y con frecuencia confusos. ¿Quiénes son, pues, los nuestros?

Que detengan a los que hundieron a la manzana miguel A F avor ortigoza

L

os que negociaron el tratado de libre comercio traicionaron a la nación. En su prisa por someternos a Estados Unidos negociaron de forma inadecuada todos los rubros del tratado, mientras que los yanquis pelearon con los dientes hasta el proyecto más ínfimo. De la manzana de Chihuahua viven 40 municipios, 100,000 familias y se producen millones de jornales. Pero como el gobierno se agacha ante los productores estadounidenses, los supermercados se aprovechan para ahorcar al productor nacional, a quien le pagan $1 el kilo, pero nos lo venden a $30. Comemos manzanas caducas, súper refrigeradas, de mala calidad, pero estadounidenses. Es hora de llamar a cuentas a los traidores que pusieron las condiciones que hundieron la agricultura nacional y con ella al país. Empeñaron el futuro del país y ahora celebran tan campantes los veinte años del desastre. La manzana es un caso extremo que dolerá mucho en Chihuahua.

E n C ontra

E

pablo salazar

l Tratado de Libre Comercio fue una prueba para todos aquellos que se habían acostumbrado a la protección del gobierno; estaban sentados cómodamente con una gran ineficiencia, mientras papá gobierno les llevaba la comida a la boca. El mundo cambió, ahora hay que competir, hay que ser más productivo, hay que invertir para enfrentar al reto que viene de afuera, y por qué no, voltear hacia el exterior para conquistar mercados. Estamos cansados de los llantos de los que quieren volver al pasado cuándo con una gestión política se lograba el cuidado del gobierno. Ahora tenemos darwinismo económico, los más avezados, los que estén dispuestos a arriesgar, van a sobrevivir, los otros, los que creen que por gritar vendrán a rescatarlos, será mejor que vayan buscando nuevas aventuras. El TLC hay que saber aprovecharlo, nos dieron un marco para la acción, hay que despertar.


12

Martha Chapa La Manzana flechada

EL FISGón

Pa´ qué tanto escándalo

Más manzanas mexicanas

Cripta familiar

helguera

14 al 20 Mar 2014 Número 727

Un suceso conmovedor e inquietante se registró hace unos días debido a la desventajosa situación en la que se encuentran los productores de manzana del estado de Chihuahua. Resulta que no pueden comercializar debidamente sus cosechas a causa de la abrumadora e indiscriminada importación de frutos procedentes de Estados Unidos.

P

ese a tan difíciles circunstancias, lejos de bloquear caminos u optar por acciones hostiles, estos productores manifestaron su inconformidad de una manera singular: regalaron manzanas a miles de ciudadanos de la capital de aquella entidad norteña. Confieso que en este punto sentí envidia de los chihuahuenses, pues ya quisiéramos ver, por ejemplo, a los maestros protestando mientras enseñan a los niños y, claro, sin cobrar esas horas de clase. Los productores agrupados en la Unión de Fruticultores del Estado de Chihuahua y sus 17 asociaciones manzaneras, que pertenecen a 14 municipios de ese estado, organizaron marchas frente a diversas instituciones municipales, estatales y federales para exigir que se tomen medidas ante esta crisis provocada por la importación sin control de manzana, y que se ofrezcan apoyos para resolver tan grave problemática.

ñalamos antes, es la entrada sin control de manzanas de Estados Unidos –desde luego, subsidiadas–, que se venden a precios más bajos que los que pueden dar los productores locales. Lo cierto es que se considera que las manzanas importadas tienen una calidad menor que aquellas que se producen en nuestras tierras, e incluso se teme que lleguen a estar contaminadas por los químicos y conservadores que les agregan los agricultores de ese país para conseguir una presentación más atractiva. Por lo pronto, se ha generado toda una crisis económica que puede profundizarse y llegar a perjudicar no sólo a los productores de manzana mexicana, sino al sector comercial en general y sus cadenas productivas. Peor aún, de no ponerse pronto remedio podría provocarse inestabilidad, con brotes de inconformidad social.

El asunto es de la mayor importancia dado que la producción manzanera equivale a poco más del 10% del producto interno bruto de Chihuahua. Con esta caída en el consumo se pone en riesgo la generación de empleos, la oferta de trabajo temporal en actividades como el empaque y almacenamiento de este producto, y la contratación de jornaleros para la pizca de manzana. En total, se calcula que el problema afecta a unas 50 000 personas, muchas de ellas indígenas tarahumaras que viven en situación de extrema pobreza, y que gracias a esta actividad logran subsistir algunos meses al año.

Es urgente, pues, que la federación, conjuntamente con el gobierno del estado de Chihuahua, emprenda medidas eficaces que lo mismo se ocupen de cuestiones económicas y fiscales que de otorgar apoyos a las familias de esa región. Un aspecto crucial –que se requiere atender sin demora– es realizar campañas de concientización social a través de los medios de comunicación a fin de promover un consumo mucho mayor de manzanas mexicanas en todo el país. No olvidemos que este fruto, además de ser hermoso y estar pleno de significado, aporta enormes beneficios para la salud.

Además, los productores alertaron sobre la posibilidad de que se pierdan muy pronto alrededor de 120 000 toneladas del fruto, lo que se traduciría en quebrantos económicos millonarios.

Y no se trata tan sólo de solidarizarnos, lo cual es obligado para todas y todos los mexicanos, sino de poner en marcha un plan integral que resuelva realmente los problemas de hoy y evite los de mañana.

La causa de esta grave situación, como se-

¡Cuenten con nosotros!


El reto727