Issuu on Google+


W

angari vive bajo los ĂĄrboles, a la sombra del Monte Kenia, en Ă frica.


Escucha el canto de los pĂĄjaros en el bosque cuando va con su madre a buscar leĂąa para cocinar.


Ayuda a cosechar la batata, la caña de azúcar y el maíz en el suelo fértil.


Wangari crece alta como los รกrboles del bosque. Es muy buena alumna y se gana una beca para ir a estudiar a los Estados Unidos.


Seis años después, al terminar sus estudios, regresa a su casa en Kenia. Pero muchas cosas han cambiado. ¿Qué pasó?, se pregunta. ¿Dónde están los árboles?


WangariWangari ve a las sees mujeres encorvadas porhauling el pesofirewood women bent from de la leña queand hanmiles de buscar lejos de sus casas. miles from muy home. Ve la tierra en la quewhere nada no crece. She arrasada sees barren land crops grow. ¿Dónde“And estánwhere los pájaros? are the birds?” she wonders.


Miles de árboles han sido talados para construir edificios, pero nadie ha sembrado árboles nuevos. ¿Se convertirá todo Kenia en un desierto?, se pregunta.


Wangari piensa en la tierra seca. Puedo sembrar algunos ĂĄrboles aquĂ­ en mi propio patio, de uno en uno. Comienza con nueve arbolitos.


Los pequeños brotes echan raíces y Wangari se anima a continuar sembrando. Comienza un semillero. En un descampado, Wangari siembra hilera tras hilera de pequeños árboles.


Luego, convence a las mujeres de las aldeas que sembrar árboles es una cosa buena. Le regala un arbolito a cada una. —Nuestra vida será mejor cuando tengamos árboles nuevamente. Ya verán. Estamos sembrando las semillas de la esperanza.


Wangari