Issuu on Google+

Frailes de la Orden de Predicadores “Foi uma experiência muito rica. Um agradável encontro de irmãs e irmãos, herdeiros de São Domingos. A temática foi realmente muito boa, urgente e necessária. Porém poderia ter abordado com maior enfase a questão política referentes à educação e a água e suas consequências para a humanidade futura. “ Vilma Ribeiro (Brasil) -Fue una experiencia muy rica. Un agradable encuentro de hermanos y hermanas herederos de Santo Domingo. La temática fue realmente muy buena, urgente y necesaria. Pero también pudo haber sido abordado con mayor énfasis la cuestión política referentes a educación y el agua y sus consecuencias para la humanidad futura. ------"El Seminario de Justicia y Paz del Cono Sur de la Familia Dominicana "Educación al Servicio de la Justicia. Una mirada sobre la realidad del agua" comenzó a gestarse en Montevideo hace ya bastamte tiempo. Ahí era un sueño, una quimera, una ilusión. El 18 de setiembre comenzaron a llegar los hermanos de Argentina, Brasil, Chile y Paraguay (algunos de avanzada llegaron el 17). Era la largada final. Ahí comencé a vivivirlo en el día a día, tratando de acoger, de solucionar dificultades, de estar atenta a las presentaciones, de comprender los mensajes de los expositores. Era mi primera vez en un encuentro internacional de Familia

Dominicana. Por eso me sirvió para conocer mejor a esa, mi familia, y para estar, por unos pocos días, inmersa en su carisma y en su talante. En la Celebración Eucarística del domingo 21, cuando ya estaba casi terminando todo, lloré mucho. No sé si fue de alegría o de dolor, si fue por la paz que se conmemoraba en el mundo o por la mucha injusticia que afectaba a tanta gente cercana a mí. Las lágrimas también son agua, agua que nace del sentimiento que uno vive en un determinado momento histórico. El Seminario todavía no ha finalizado para mí. En Montevideo estamos recibiendo los ecos que llegan desde los otros países, los hermanos de la Comunidad Parroquial que no pudieron acompañarnos desean compartir nuestras vivencias y hay que transmitir lo aprendido. Doy gracias a Dios por haberme dado esta oportunidad de vivir "en Familia" una experiencia que permanecerá por siempre en mi corazón por la intensidad y por la profundidad. Teresita Villar (Uruguay) É com muita alegria que partilho com vocês minhas impressões e sentimentos sobre o nosso Seminário recém acontecido. Foi - como estas oportunidades sempre são - uma excelente experiência de Família Dominicana Internacional. Revelou que existem muitas pessoas e comunidades envolvidas com causas transformadoras da sociedade. A fraternidade e a missão destacaram-se em todos os momentos.


Nº 62,septiembre 2008 Penso que poderíamos ter abordado, com mais clareza e objetividade, a dimensão política da temática aprofundada, inclusive deveríamos ter partilhado mais experiências - e menos exposições teóricas - que, aliás, a meu ver, configuram melhor a natureza de um Seminário. Frei José Fernandes Alves, OP.

Coordenador da Comissão Dominicana de Justiça e Paz do Brasil

----Es con mucha alegría que comparto con ustedes mis impresiones y sentimientos sobre nuestro reciente Seminario. Fue –como son siempre estas oportunidadesuna excelente experiencia de familia dominicana internacional. Nos reveló que existen muchas personas involucradas con causas en la transformación de la sociedad. La fraternidad y la misión se destacaron en todos los momentos. Pienso que podríamos haber abordado con mayor claridad y objetividad la dimensión política de la temática tratada. Incluso podríamos haber compartido más experiencias –y menos exposiciones teóricas- además, según mi modo de ver, configurarían mejor la naturaleza de un Seminario. -----Si algo tengo que decir de este Seminario es la fuerza que ha tenido en todo momento: la verdad de las palabras, pero sobre todo, la verdad, la autenticidad de las personas que nos hemos reunido ahí. Para mí ha sido respirar aire limpio en momentos en que todo parece contaminado, encontrar las raíces dominicanas, cuando parece que nos me- disolvemos en la vorágine de la prisa y los compromisos inmediatos y, sobre todo, encontrar a hermanos/as que luchan y creen que vale la pena

arriesgar para que el Reino de Dios vaya adelante. Los temas han sido muy interesantes; espero que esto nos motive para reconstruir la Comisión de Justicia y Paz en Paraguay -donde nunca tenía que haber faltado- y trabajar sin desfallecer, desde la Familia Dominicana y en conjunto con otros grupos, para aplicar y fortalecer todo lo que hemos profundizado durante el Seminario. Le envío un abrazo muy fuerte. Fr. Toni Miró OP, (Paraguay) O seminario foi muito enriquecedor, tanto pelo tema abordado, quanto pelo encontro da familia dominicana do cone sul. O fato do tema da água ter sido abordada a partir de uma perspectiva politica, e com uma visão universal, nos aproximou e nos ajudou a ter uma percepçaõ além de nossas fronteiras, nos despertando para uma consciencia coletiva a respeito da água e consequentemente sobre o meio ambiente. Redimensionar nossa pratica a partir desta consciência, é um compromisso evangelico que alimenta nossa mistica, reafirma a dimensão socio-educativa de nossa ação pastoral e reforça nossa pratica na linha da Justiça e da Paz como elemento constitutivo de nossa Espiritualidade. Abraços fraternos desde o Brasil. Irmã Madá OP ( Goiania, Brasil) -----El Seminario fue muy enriquecedor, tanto por el tema como por el encuentro de la familia dominicana del Cono Sur. El hecho de haber abordado el tema del agua a partir de una perspectiva política y con una visión universal, nos acercó y nos ayudó a tener una percepción más allá de nuestras fronteras. Despertándonos para una conciencia colectiva respecto del agua y consecuentemente sobre el medio ambiente. 2


Nº 62,septiembre 2008 Redimensionar nuestra práctica a partir de esta conciencia es un compromiso evangélico que alimenta nuestra mística, reafirma socioeducativa de nuestra acción pastoral y refuerza nuestra praxis en la línea de Justicia y Paz como elemento constitutivo de nuestra espiritualidad. Abrazos fraternos desde Brasil. ---Vivimos uno de los momentos más difíciles de nuestra historia humana. La novedad actual no está tanto en los desafíos en si mismos, sino que en la manera con que ellos se nos presentan. Un modo nuevo, más sutil y disfrazado, casi invisible, confundiendo los más sabios, estudiosos y entendidos. Esta nueva realidad exige de nosotros respuestas nuevas, un nuevo profetismo y un nuevo modo de ser y vivir nuestra espiritualidad dominicana. Así que, lo que más me impactó, en el Seminario del Cono Sur, fue el testimonio profético de hermanos de la familia dominicana que actúan con valentía, coraje y fidelidad al Evangelio y al carisma, junto a nuestro pueblo, en favor de la justicia y de la paz. También me gustó mucho de ver que, aunque con diferentes enfoques y en diferentes realidades, nuestra familia dominicana del Cono Sur está ayudando a hacer parte de la historia de nuestro continente latinoamericano, con acciones concretas en favor de la vida, de la dignidad humana, de la preservación de la naturaleza que Dios nos dio.

problemas que afectan a la vida, como la situación del agua y tantos otros. Hna. Sandra Camilo Edes OP (Brasil) Querid@s herman@s Dominic@s: Entre los días 18 al 21 de septiembre de 2008, participamos del Seminario de “EDUCACIÓN AL SERVICIO DE LA JUSTICIA:UNA MIRADA SOBRE LA REALIDAD DEL AGUA” . se noto el interés y deseo de compartir la vida con la Familia Dominicana, el caminar de nuestros pueblos en la búsqueda de la Justicia y la Paz, los desafíos que nos llama el cuidado de la creación, la solidaridad de unos con otros en la situaciones de denuncia, todo esto fue posible gracias a los detalles que se esmeraron nuestros hermanos del Uruguay, ellos nos brindaron el espacio apuntando a la formación, compartir experiencias, momentos fuertes de oración, recreación y oasis para seguir caminando como cono sur. Es por eso que quisiera agradecer a cada uno de los participantes por su sabia participación, por los detalles de la Comisión del Uruguay por cada Laic@, hermana y frailes que hicieron de este encuentro, un encuentro de herman@s que desean y quieren aportar a otro mundo posible. Gracias!! Y esperamos mantenernos en contacto para apoyar en lo que podemos. Fr. Enrique González Riloba OP Hna. Pamela Robles Espinoza OP Paulo Villablanca Promotores de Justicia y Paz Cono Sur (Chile)

Desde la educación, en diferentes niveles, el enfoque se está dirigiendo para la justicia y la paz. El compartir, en este Seminario, nos trajo un nuevo vigor para nuestra espiritualidad dominicana, en los días de hoy. Nos hizo comprender, con más clareza, que es imposible ser dominicana o dominicano sin preocuparnos de los 3


IVAS,62