{' '} {' '}
Limited time offer
SAVE % on your upgrade.

Page 1

La familia que reza

unida permanence unida. LA IGLESIA DOMÉSTICA UNIDA EN ORACIÓN Familias de 8 parroquias de la Diócesis peregrinaron al Santuario Nuestra Señora de Czestochova, Doylestown, para una experiencia de fe y oración. Fotos | Mateo Greeley

La oración: aire fresco para vida diaria PADRE CARLOS FLOREZ

Vicario parroquial, San Bernabé, Bayville, e intermediario diocesano para la comunidad hispana

H

ace un par de días, mientras repasaba unas líneas en mis viejos cuadernos del seminario, me tropecé con una frase que me llamó mucho la atención. “Dame una persona de oración y será capaz de todo.” Según lo que escribí en ese pedazo de papel, tal frase la dijo San Vicente De Paul cuando dirigía un retiro para las personas que le ayudaban en la distribución de comida a los pobre de la ciudad de Paris, Francia. Quizá esta frase nos pueda ayudar

a meditar cuán importante es la oración en la vida del creyente. San Vicente nos recuerda que si oramos seremos capaces de hacer grandes cosas e incluso “todo.” Pero, ¿qué es orar? En el Evangelio, San Lucas nos dice que Jesús se retiraba a orar en soledad, o que subía a la montaña a hablar con Dios especialmente antes de tomar decisiones importantes; Lc 6, 12. Subir a la “montaña” tiene un valor muy especial en el Evangelio de Lucas puesto que significa levantarnos por encima de nuestra cotidianidad; se sube a la “montaña” para poder respirar aire puro y de alguna

manera para reconectarnos con la belleza de la creación o simplemente divisar las cosas mejor. Causa curiosidad que sólo cuando subimos a la montaña, nuestro modo de respirar cambia y nos volvemos más conscientes de cuán importante es el aire para vivir. Por eso es que orar fue importante para Cristo y lo es para nosotros también. Orar como respirar es quizá las únicas dos cosas en la vida de las cuales podemos tener mejor control. Jesús oraba para elevar su espíritu a Dios es decir, Jesús hablaba con Dios porque... sigue en página 22 

PecesdeTrenton.com   19


el Anzuelo

Unas reflexiones personales sobre la oración

A

l observar al Señor Jesús utilizar la oración en su ministerio con tanta frecuencia, los discípulos le pidieron enseñarlos como rezar. Instantáneamente se les ofreció las palabras que repetimos tan a menudo por nuestras vidas y que se conoce como “La Oración del Señor” (Lucas 11:1-4; Mateo 6:5-15). Si reflexionamos sobre las frases de esa oración, descubrimos un modelo sencillo pero profundo para guiarnos en nuestra oración: primeramente, reconocer a Dios; segundo, reconocer que solamente Dios puede responder a nuestras necesidades. Eso fue lo que el Señor Jesús los enseñó hacer a sus discípulos. Bastante sencillo. Nos ofrece ese mismo modelo. Sin embargo, por alguna razón, muchas veces solemos buscar una respuesta mucho más compleja. Pero rezar no es ni difícil de hacer ni comprender. Cuando yo era seminarista hace muchos años ya, encontré un libro titulado, “La Práctica de la Presencia de Dios”, escrito por el hermano Lorenzo quien era monje carmelito en el siglo 17 y trabajaba en la cocina de su monasterio. Desde encontrar ese libro, he leído muchos otros libros sobre la oración – libros teológicos, académicos, litúrgicos, espirituales, meditativos, etc. – pero siempre vuelvo a ese libro. Dentro de la colección de escrituras y reflexiones, el hermano Lorenzo

Una reflexión de

OBISPO DAVID M. O’CONNELL, C.M.

tan verdadero que ni lo valoramos y dejamos comparte un descubrimiento que resulta apoyar el resto de su vida de oración: “Podemos que se escape de nuestra conciencia. Reconocacostumbrarnos a conversar continuamente er a Dios. Reconocer que solamente Dios tiene con Él con libertad y simplicidad”. Parece ser la respuesta a nuestras necesidades. La lección de La Oración del Señor, convertir bastante sencillo, ¿no es cierto? nuestra vida entera que sea nuestra oración Pues es lo que es la oración verdadera, ¿no?, conversar con Dios constantemente. En porque Dios siempre está presente a nosotros, en nosotros, con nosotros, medio de todas las ollas  Esa es la para nosotros. El y sartenes ocupados de hermano Lorenzo nos la cocina, Hermano Loclave de rezar: lo recuerda suavemente: renzo observa, “El evar un “dirigirnos a Él en todo poco corazón es suficiente, reconocer que la momento sólo necesitamos: un pequeño recuerdo de presencia de Dios Reconocer que Dios está Dios, un acto de adoración íntimamente presente con interior, son oraciones que, esté “más cerca nosotros; que podemos pedir su aunque sean cortas, son sin embargo muy aceptables de nosotros de lo ayuda para conocer su voluntad en cosas dudosas, y para repara Dios. Y son excelentes que nos damos alizar correctamente aquellas para fortalecerlo. Déjalo que piense en Dios lo más cuenta”, siempre que vemos claramente que Él requiere de nosotros, ofreciénque pueda, que se acostumdoselas antes de realizarlas, y bre gradualmente a realizar y en todo lugar.  agradeciéndole cuando hemos este pequeño pero santo ejercicio; nadie lo nota, y nada es más fácil que terminado”, (reconociendo que solo Dios es la respuesta a nuestras necesidades). repetir frecuentemente durante el día estas El librito del hermano Lorenzo ha creado pequeñas adoraciones interiores”. Esa es la clave de rezar: reconocer que la una gran diferencia en mi vida y en mi esfuerzo presencia de Dios esté “más cerca de nosotros de rezar, a pesar de que todavía me falta mucho por mejorar. Recordemos el mismo título del de lo que nos damos cuenta”, siempre y en todo lugar, donde estemos, a donde vayamos, libro, “La práctica de la presencia de Dios” y que, al igual que cualquier cosa que vale la pena en lo que hagamos, estemos aburridos o no, estemos en una multitud de gente o a solas; tratar de conseguir en la vida, la oración requiere en la mañana al levantarnos, durante el día practicar. He llevado el consejo de Hermano mientras trabajamos, en la noche cuando Lorenzo conmigo durante estos muchos años y me ha ayudado dar cuenta que la oración no nos dormimos. Hay que reconocer la presencia de Dios en cada momento. Es es complicada ni difícil, sino alegremente y agradecidamente sencilla. Su voz no es la algo tan sencillo, tan simple, tan obvio, única voz que he oído ni sus palabras son las únicas que he leído en mi intento de crecer en la vida espiritual. Las personas mucho más santas que yo pudiera esperar ser en este mundo han hablado, escrito y atestiguado más profundamente sobre sus encuentros con Dios en sus vidas que yo. Y debemos aprender de sus percepciones e ideas también. Se han escrito tantas oraciones hermosas que han sido usadas por los siglos y son una gran parte de la tradición de la Iglesia y deben seguir como parte de nuestra tesorería espiritual Rezando como familia - Con una viviente. Pero el hermano Lorenzo ha sido un estatua de la Familia Sagrada de punto constante de referencia y de medida para fondo, madre e hijo se abrazan mi propio camino de fe en Dios. Y junto con mientras rezan el Rosario juntos este fraile santo, “yo le ruego a Dios hacerme durante la peregrinación familiar en según su corazón y siempre, por el más débil y Doylestown el 14 de septiembre. Los despreciable que me creo ser, sea más querido niños aprenden a rezar gracias al ejemplo de sus padres. para Dios”. Esa es mi oración.

20   REVISTA EL MONITOR  Octubre 2019 


el Anzuelo Make use of The Monitor’s translation tool for all Spanish-language content at TrentonMonitor.com.

Rezar juntos y a solas Nuestra fe nos ofrece muchos ejemplos y maneras para ayudarnos en estar en diálogo con Dios. La oración necesita de la práctica y la disponibilidad de no solo hablar sino también escuchar.

¿Cómo te COMUNICAS con Dios?

La Oración es dialogar con dios María Luna de la Parroquia Santa Ana en Browns Mills toma un momento para orar en la capilla veladora del Santuario Nuestra Señora de Czestochova, Doylestown, PA. Una manera que ora, comenta María, es bendecirle a su esposo cada día cuando sale a trabajar.

ERLINDA CHAJ SAN JOSE, TRENTON

Cuando llevo a los muchachos a escuela en la mañana… los bendigo diciendo que Dios los acompaña, que los bendiga.

ENRIQUE CORTÉS MADRE DE LA MISERICORDIA, ASBURY PARK

A veces lo hacemos a escondidos porque no queremos que nos vean en el trabajo o donde sea, pero que ellos te vean que estás con la Palabra de Dios.

ROSA MARÍA TREJO SAN MARCOS, SEA GIRT

Es la comunicación con Dios y no importa en que momento. No importa donde ni cuando. No siempre solo cuando uno tiene una necesidad, sino también un gozo o una alegría.

HERMILO GONZÁLEZ SAN ANTONIO CLARET, LAKEWOOD

Rezo con el pensamiento y la palabra personal, principalmente por mis hijos, y mi hogar y mi trabajo.

JOSÉ ALBERTO MÉNDEZ (9 AÑOS) CRISTO REY, LONG BRANCH

Yo hablo con Dios cuando mi mamá está en el trabajo y me quedo solo. Le digo lo que me sucedió en el día.

ISABEL RACINE MADRE DE LA MISERICORDIA, ASBURY PARK

Todos los días doy gracias por levantarme. Todos los días doy gracias por lo que tengo, por mi familia.

JOSSIE RAMOS DEPARTAMENTO DIOCESANO DE EVANGELIZACIÓN Y VIDA FAMILIAR No importa dónde comemos, sea en público o privado, rezamos como familia antes de empezar a comer en cada comida. Es una manera pequeña, sencilla y fácil para crear espacio para la oración en nuestra vida tan movida. Foto cortesía de la familia Ramos

La oración debe cambiar el corazón JOSUE ARRIOLA

director diocesano para Evangelización y Vida Familiar

E

n una de las homilías en la Misa que celebró en la capilla de la Casa Santa Marta, el papa Francisco señaló que “la oración nos cambia el corazón.” Esta frase puede sonar familiar pero ¿será que es una realidad en nuestra vida? Me acuerdo haber platicado con un sacerdote que me dijo, “Josue, yo tengo la dicha de celebrar la Santa Eucaristía, de rezar la liturgia de las horas y de rezar el santo rosario todo los días, pero si tú no ves un cambio en mí, es porque no he abierto el corazón para que Dios me transforme.” Volviendo a las palabras del Santo Padre “la oración nos cambia el corazón” es muy cierto pero, no solo por hacer una oración va a suceder, recuerden que en la oración, Dios siempre hace su parte en cambiar nuestro corazón pero nosotros tenemos que estar dispuestos y abrir nuestro corazón para aceptar ese cambio. Nosotros como comunidad hispana, por la gracia de Dios tenemos muy bonitas devociones que nos ayudan en nuestra vida de oración, pero lastimosamente muchas veces hacemos esas oraciones sin dejar que las palabras que se dicen toquen nuestro corazón y permitir que Dios realice el cambio. Mis hermanos y hermanas, dejemos que las palabras que digamos en nuestras oraciones vallan poco a poco penetrando en nuestro interior y démosle toda autoridad a nuestro Padre Dios para que penetre en nosotros y nos cambie y poder repetir con nuestras vidas las palabras del Santo Padre “la oración nos ha ido cambiando el corazón.”  PecesdeTrenton.com   21


el Anzuelo

Nuestra Senora Guadalupe

 sigue de página 19... AIRE FRESCO

... quería develarle sus planes, sus esperanzas e incluso sus fracasos y problemas como nos lo recuerda el Evangelio de Marcos (6:4-5). Jesús oraba en soledad para poder escuchar al Padre y recordar su misión. Más aún, él oraba para relajar su mente y su espíritu y así poder seguir dando lo mejor de él a sus gentes especialmente al necesitado y abandonado por la sociedad de su tiempo. De igual manera nosotros sus seguidores deberíamos de orar. Deberíamos de orar para levantar nuestro espíritu a Dios Padre. Deberíamos de orar para tomarnos un ‘respiro’ en medio de nuestro diario trajinar y aún más, deberíamos de orar porque con la oración el alma se fortalece y nos volvemos más conscientes de que Dios es tan necesario para nosotros así

Misa de envió de la

ENSEÑAMOS A NUESTROS HIJOS como rezar y, a la vez, estemos muy pendientes a lo que ellos nos pueden enseñar a nosotros en cuanto cómo dialogamos con Dios.

como lo es el aire para nuestros pulmones o el sol para nuestros caminar. Así pues amigos míos, oremos más a menudo para que con tan noble ejercicio podamos recordar nuestra misión como Cristianos e imitar así a quien nos ensenó a hablar con Dios Padre sin usar palabras.

ENCUENTRO LLEGA AL VATICANO CAROL GLATZ Catholic News Sevice CIUDAD DEL VATICANO (CNS) • Una delegación de obispos y laicos de los Estados Unidos vinieron a Roma a compartir con el papa Francisco y oficiales del Vaticano las gozosas experiencias y valiosas recomendaciones que surgieron el V Encuentro Nacional el año pasado. Con una vista desde la Diócesis de Trenton, Sandra López, coordinadora diocesana de iniciativas ministeriales hispanas, compartió alegría al ver que todos los resultados del proceso largo del V Encuentro llegaran al Vaticano. Reconociendo que el próximo paso será de parte del Vaticano de masticar la información para luego dirigir y aprobar los próximos pasos. Ella reconoce que todo debe guiar al Pueblo hacia Dios. “Mi esperanza para nuestra diócesis”, dijo López, “es que cada uno de sus hijos tenga ese encuentro con Jesús, solo eso va a transformar los corazones y por lo tanto cambiará la vida de tanto cristo sufriente en nuestra sociedad”. Juliana Cano, de la Parroquia Nuestra Señora de Fátima, Keyport, con una voz llena de esperanza y convicción, dijo, “Todavía no terminamos... queda mucho por hacer delante”. VISITA PECESDETRENTON.COM PARA EL ARTÍCULO COMPLETO Y MUCHA NOTICIA MÁS. 22   REVISTA MONITOR  Octubre 2019 

Antorcha Peregrina 26 de Octubre, 2019

Co-Cathedral de St. Robert Bellarmine 61 Georgia Rd, Freehold, NJ 07728

4:30pm

Evento especial de bailables en el Salón Parroquial inmediatamente después de la Santa Misa

Para más información www.dioceseoftrenton.org/dotguadalupe

Profile for Diocese of Trenton

EL ANZUELO |octubre 2019: La familia que reza unida permanece unida  

EL ANZUELO es una fuente de comunicaciones de la Diócesis de Trenton en español que se encuentra dentro de cada edición de la REVISTA MONITO...

EL ANZUELO |octubre 2019: La familia que reza unida permanece unida  

EL ANZUELO es una fuente de comunicaciones de la Diócesis de Trenton en español que se encuentra dentro de cada edición de la REVISTA MONITO...