Issuu on Google+

El Tiempo y la Narración en la Radio Técnicas narrativas en función de lo que se quiera contar. En una ficción coexisten dos tipos de tiempo que pertenecen a realidades diferentes.  El TIEMPO DRAMÁTICO, el que dura la historia que se cuenta.  El TIEMPO REAL, sería lo que dura el programa. Es decir, podemos recrear toda la vida de una persona (tiempo dramático) en 30 minutos (tiempo real).

Posibilidades de tratar el tiempo radial: 1. Respetándolo con total fidelidad: La emisión dura el mismo tiempo que la acción que se está describiendo, tanto si es en directo como en diferido. Vgr.: La retransmisión de un partido de fútbol, de un concierto, de una obra de teatro, etc. 2. Reduciéndolo: La duración de la emisión es inferior a la duración del hecho. Por ejemplo, de un resumen en 3 minutos de una sesión parlamentaria que en realidad ha durado más de ocho horas. 3. Ampliándolo: La duración es superior a la de la acción o el hecho que se está explicando. Por ejemplo, de un reportaje de 30 minutos sobre un devastador terremoto que en realidad no superó los 45 segundos de duración. Distintas posibilidades narrativas del Manejo del Tiempo 1. Narración lineal o Continuidad: Habitualmente los hechos se exponen siguiendo un orden cronológico, cómo han sucedido en la realidad. 2. Narración invertida: Supone la alteración del Orden Cronológico. Aparece cuando se cuenta un presente y nos trasladamos a un pasado o a un futuro para luego volver a ese presente. 3. Narración paralela o paralelismo: Cuando se presentan situaciones o hechos ubicados en diferentes espacios, pero que coinciden en el tiempo.

Otros aspectos del manejo del tiempo Elipsis Cuando en una narración lineal-cronológica se comprime el tiempo y se prescinde de algún intervalo Si en una producción radiofónica se escucha el efecto sonoro 12 campanadas seguidas del efecto Canto de gallo. Se ha pasado de la noche al día, se ha comprimido el tiempo, pero sin alterar el orden cronológico. Flash-back Cuando se hace una narración invertida y nos trasladamos al pasado. Se utiliza para interpretar recuerdos o vivencias esenciales para comprender el desarrollo de la trama. Flash-forward Si la traslación es hacia el futuro. Se usa para representar especulaciones, ilusiones y presagios.


Las simples alusiones a tiempos pasados o futuros no implican directamente una narración invertida. Para que ésta se de, es necesario que se recreen acciones o hechos de esos tiempos.

Técnicas de Realización. Importancia de las Figuras del Montaje La forma más fácil y convencional de trabajar el tiempo en la radio es la que consiste en hacer uso de alguno de estos tres recursos:  El narrador,  El silencio o  La música (a modo de cortina o ráfaga). Sin embargo, su utilización denota una cierta falta de creatividad y, en muchas ocasiones, niega la riqueza expresiva de los elementos que forman el lenguaje radiofónico. El narrador sólo debe usarse cuando resulte imposible describir una acción determinada. La música y los efectos sonoros cumplen distintas funciones en la radio. Bastará usarlos adecuadamente para que no se tenga que recurrir a una voz. Tampoco es necesario que un narrador explique, que nos trasladamos al pasado o al futuro, o que recorremos un espacio determinado. Algunas figuras del montaje, como el Fundido o el Fundido Encadenado, son muy válidas para expresar ese tratamiento del tiempo. Se debe puntualizar que la figura ideal para llevar a cabo un flash-back o un flashforward es el Fundido Encadenado, ya que, al cruzarse dos situaciones (por ejemplo: tiempo presente/tiempo pasado, o espacio calle/espacio casa), es mucho más fácil para el oyente percibir el cambio que se está produciendo. El Fundido, en cambio, resulta más idóneo para recrear traslaciones espaciales y temporales en el marco de una narración lineal-cronológica, al igual que un Fade Out seguido de un Fade In. En el caso de un paralelismo, se aconseja el Encadenado, aunque esto no implica que no se pueda hacer uso de un Fundido Encadenado. Lo que nunca se debe hacer es utilizar un Fundido Encadenado en una narración lineal-cronológica, ya que, en este caso no tiene sentido hablar de tiempos que se cruzan. Si se realiza una traslación al pasado o al futuro desde un presente, para asegurar la coherencia narrativa se tiene que volver a ese presente de idéntica forma en que se fue, es decir, haciendo uso de la misma figura del montaje (si la ida fue con un Fundido Encadenado, la vuelta también lo tiene que ser) y del mismo escenario sonoro. En una narración paralela, es importante definir claramente cada uno de los dos espacios sonoros en los que transcurren las acciones que se desarrollan al unísono. Es necesario que cada uno de esos espacios se distinga con nitidez y que el oyente sepa en qué lugar se encuentra en cada momento.


08 el tiempo en la narración radiofónica