Issuu on Google+


Consulta aquĂ­ el calendario completo en la web <


El sábado 23 de noviembre tuvo lugar la Fiesta de Padres. Como cada año, Moncloa abre sus puertas a los familiares de los residentes, para disfrutar de un día en buena compañía y conocer más de cerca la vida del Colegio. El día comenzó con la celebración de la Eucaristía en el oratorio del Colegio. Lógicamente, la petición por los frutos del curso estuvo muy presente. A continuación pasamos al salón de actos para presencial el “Show de Padres”. Este año, el festival tenía como tema principal los Juegos Olímpicos: para sorpresa de todos, el Colegio Mayor Moncloa era elegido como sede olímpica tras la decepción de Madrid 2.020. Como todos los años, los colegiales se involucran en los números de humor y musicales que se desarrollan en el Show, si bien, como es habitual, con poca previsión: los trabajos y ensayos terminaron a altas horas de la madrugada del día anterior. Pero el esfuerzo quedó recompensado viendo las risas de padres y hermanos pequeños que asisten al acto. Después del Show, una estupenda comida de picoteo. Al terminar pasamos a la sala de estar y, tras el café, tuvimos un rato de tertulia en la que los padres tuvieron la ocasión de preguntar todo tipo de dudas acerca del día a día del Colegio Mayor. Tras la visita de los padres a algunas instalaciones de la Administración, pusimos punto y final a un completo día en familia. Francisco Javier de los Bueis Ordóñez Decano del Mayor


untos no nos habíamos encontrado desde hacía cuarenta años. Y sin embargo tuvimos la sensación de que solo habían pasado las vacaciones de verano: sabíamos lo que nos gusta a cada uno, sus manías y cadaunadas. Las letras de las canciones fluían según las cantaba Yoni, Carmelo, Willy, Josemari Cerezo (Paul Mc Ceres)…las mismas gracias pero más graciosas. No estuvimos todos los que quisiéramos, unos están en la Casa del Padre, otros no pudieron estar. Alberto Pampillón, Paco Pareja,…o Joselu Saura, Pedrilio, Luis de Moya o el cantautor Pano, en fin, que “se fumaron la tertulia”, vamos. En general estábamos reconocibles, e incluso las voces estaban mejoradas –en serio- : se notaba que se cantaba con la cabeza y con perspectiva. Gifesa (Giner de Festejos, S.A.) no paró de hacer tomas de video, Mahmoud Rabbani se reía y decía bajito “bien, muy bien”, el Botijo jaleaba a Willy muerto de risa; el Goizu –lógicamente- dirigía la reunión; don José declamó como solo él sabe hacerlo…ayudado por Carmelo (¡qué memoria la suya!); Pacheco pidió varias veces escenificar los Gebos; el Rovi –sin alardes, discreto- admirado del reencuentro ponderaba la vis histórica; don Alberto deslizando comentarios jocosos; don Míchel hecho un chaval dando ideas; a Jaime Castañón le desapareció alguna cana; Vidal parecía el pelotari y el pichichi de la liga universitaria que fue; el Calleja dijo solo las paridas justas…(Cecilia hermana del Rovi y beloved wife del Calleja se asomaba por Cooperadores grande…) en fin, todo muy mejorado.

A los pocos días los mails volaron dejando estados de ánimo: “xa estou a morrer de morriña por todos vos...”, “que profunda emoción, recordar el ayer cuando todo en Moncloa me hablaba de ti…”,”…impresionado por ver como estaba intacto el "disco duro" de todos…”; ”…vivan los del cinco… “, “…me prestas 50 euros?”, “Al levantarme ayer, volví a la realidad y vi como la carroza se había vuelto calabaza y me crujían los huesos a las 7 de la mañana”. “Un fuerte fortísimo abrazo a todos ustedes vosotros”. Se notaba, entre otras cosas, que durante años habíamos rezado unos por otros y que fuimos ejemplo unos de otros…prácticamente. Luisma Calleja



BD CMMoncloa 163