19enero2012desarrollodelacomunicacionenelambitofamiliar

Page 1

.Aspectos que inciden negativamente en

el desarrollo de la comunicación en el ámbito familiar. 

Las familias se centran a menudo en comprender el contenido de los mensajes de sus hijos y no se preocupan a veces por la forma que adoptan dichos mensajes.

“ La comunicación con Los hijos/as es La única tarea en la que no se puede delegar”

 Si las personas que se comunican con el/la niño/a corrigen siempre la forma del mensaje de este, lo que el niño aprende es que dicha forma es más importante que su contenido.

DESARROLLO DE LA COMUNICACIÓN EN EL AMBITO FAMILIAR

 Las familias que no fomentan la comunicación con sus hijos/ as, únicamente consiguen que estos no se sientan motivados para comunicarse. 

El no ofrecer a los hijos actividades fuera de casa, impide tener al niño/a una serie de vivencias, que se encuentran relacionadas con el desarrollo de la capacidad de comunicación.

“ Cada día de nuestra vida, haCemos depósitos en el banco de memoria de nuestros hijos” Charles swindoll En el seno familiar hay que dotar al niño/a del tiempo necesario para que se efectúe la comunicación. No abrumandole con exigencias u órdenes.

En ocasiones corregimos constantemente a nuestros hijos/as, sin tener en cuenta que esto puede conllevar a una falta de interés comunicativo por parte de ellos. Es frecuente que no se dote al niño/a de la suficiente autonomía, consiguiendo este todo lo que desea, sin necesidad de solicitarlo.

Cada día de nuestra vida hacem les Swindoll

C.P.E.E. “CIUDAD DE TOLEDO” C/ Río Fresnedoso, 16-18 45007 TOLEDO Teléfono: Fax:: Correo:

925.23.22.52 / 925.23.44.85 925.23.44.85 45005574.cee @ edu.jccm.es

ESCUELA DE FAMILIAS CURSO 2011-12


LA COMUNICACIÓN EN EL ÁMBITO FAMILIAR Cuestiones a tener en cuenta en relación a la comunicación con personas con alguna discapacidad Se puede definir la comunicación como la capacidad de expresar y comprender una información a través del lenguaje verbal, oral, escrito, símbolos gráficos, lenguaje de signos, palabra codificada, expresión facial y corporal, sonidos…, para establecer relación con uno mismo , con el medio y con los demás. A menudo nos cuesta comunicarnos con las personas con discapacidad, pues damos más importancia a como nos relacionamos con ella, que al propio mensaje que queremos dar a conocer. La investigación sobre el estilo de comunicación de las familias y sobre la frecuencia de la comunicación, puede indicar por qué algunos niños con alguna discapacidad, aprenden el lenguaje más rápidamente que otros. Las familias cuyos hijos hacen buenos progresos en sus habilidades de lenguaje y de comunicación comparten la siguiente característica : Seleccionan los niveles de lenguaje en función de la capacidad del niño para entender el mensaje y no por su habilidad para producirlo. Un lenguaje demasiado simple no motiva al niño a aprender nuevo vocabulario o nuevas estructuras gramaticales. Y el lenguaje demasiado complejo no será comprendido en absoluto. La emisión verbal ideal se compone de un 90% de palabras y estructuras gramaticales que conoce el niño y un 10% de nuevas palabras o estructuras gramaticales .

Desarrollo de la comunicación en el ámbito familiar Para lograr que la comunicación se convierta un recurso a favor de la familia, los integrantes del núcleo familiar deben plantearse con cierta regularidad la siguiente pregunta: ¿La forma como nos comunicamos nos está ayudando a lograr un mayor acercamiento y a desarrollar la intimidad, o es un medio que utilizamos, consciente o inconscientemente, para manipular, ofendernos o agredir? La familia debe tener en cuenta las siguientes cuestiones para comunicarse con los hijos: Qué decir. La familia debe tener primero claro qué es lo que se quiere comunicar. De ese modo el mensaje no se confunde con deseos propios, sentimientos, temores o necesidades. Es preciso tener cuidado a la hora de trasladar problemas propios a los hijos, para los que no están preparados de asimilar (problemas de pareja, economía familiar o enfermedades de familiares próximos al niño/a) Como decirlo. La comunicación debe ser respetuosa, pero igualmente debe estar adecuada a la persona a la que se dirige la comunicación.. Cuando se aborda un tema delicado, hay que trasladar lo que queremos comunicar con claridad, sin prisas y con gran afectividad.

Aspectos que inciden positivamente en el desa-

rrollo de la comunicación en el ámbito familiar. 

La comunicación no es solo un intercambio oral. También hay comunicación en un gesto, un movimiento, un parpadeo o incluso en un momento de silencio. Si somos conscientes de ello y lo desarrollamos, estaremos dando una mayor oportunidad de comunicación.

Si estimulamos desde su nacimiento al niño y le ofrecemos un variado número de vivencias, estaremos fomentando la comunicación.

Debemos mostrar entusiasmo, pues es complicado comunicarse con personas que no muestran interés.

No deben preocupar las pausas, ni tan siquiera los silencios. Pues cada persona tiene un ritmo de aprendizaje que debemos respetar.

Es aconsejable seguir la dirección que marque el niño, así como mantener el centro de interés.

El uso de comentarios y finales abiertos, tales como : “ cuéntame más” o “entonces ¿ qué sucedió? “ , ayuda a fomentar la comunicación.

No se haga el ingenuo : un interlocutor valorado en una conversación tiene algo que decir que merezca la pena ser escuchado, así que preste atención .

Aprenda a pensar como un niño: considere que la perspectiva del niño sobre el mundo es diferente según cambien los niveles de desarrollo cognitivo.

Cuando decirlo. Siempre hay un mejor momento emocional adecuado, para lograr una mayor receptividad. Es una equivocación muy extendida, creer que los hijos razonan, sienten y piensan de la misma manera que nosotros mismos. En la vida de un hijo, como en la de cualquier persona, hay ocasiones en que la relación más adecuada pasa por la compañía y por el apoyo silencioso.