Issuu on Google+

RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

LECTIO DIVINA TEMA 1: LA LECTIO DIVINA OBJETIVO:

Comunicar la Sabiduría que lleva a la Salvación por la fe en Cristo. (2 Tim. 3, 15)

La “Lectio Divina” es todavía una expresión extraña para muchos cristianos. Designa sencillamente el recurso sistemático a la Sagrada Escritura como alimento de la vida cristina y fuente inspiradora de movimientos de renovación en la Historia de la Iglesia. Esto se ha dado, de hecho, desde las primeras comunidades Cristianas que hallaron en las Escrituras el punto de partida de su crecimiento e impulso misionero; está en el origen del monarquismo (Monjes) de Palestina, Egipto y otras regiones de oriente y en la fundación de las órdenes mendicantes de la Edad Media. Una de las peores consecuencias de la Contrarreforma fue el haber alejado a los católicos del contacto directo y frecuente con la sagrada Escritura, ya que el Concilio de Trento en 1546 prohibió el uso de la Biblia en lengua vernácula. Prácticamente el regreso a las Escrituras comenzó con el Concilio Vaticano II. INTRODUCCIÓN: ¿QUÉ ES LA LECTIO DIVINA? Un doctor de la Iglesia decía: “Es difícil encontrar uno en nuestro lenguaje que traduzca su contenido” Nosotros tampoco, solo podemos afirmar que es un importante instrumento de lectura y oración con la Biblia. “Que nos comunica la sabiduría que lleva a la salvación por la Fe en Cristo. (2 Tim 3, 15) La Lectio Divina muy tradicional en la Iglesia, reaparece siempre que se intenta leer la Biblia con fidelidad a partir de los tres aspectos que parece deben caracterizar también hoy nuestra lectura de la Biblia: Con respeto profundo por el texto que leemos, a partir de la realidad en que vivimos, dentro de la comunidad de Fe a la que pertenecemos. Esta lectura existe desde hace siglos y viene del propio Jesús, cuando explicó las Escrituras a los discípulos de Meaux (Lc. 24, 13-35) en América Latina de forma especial reapareció con fuerza este antiguo método en medio del pueblo que comenzó a leer la Biblia en sus comunidades. UN POCO DE HISTORIA La expresión “Lectio Divina” viene de Orígenes (S. IV-V). El dice que para leer la Biblia con provecho es necesario hacer un esfuerzo de atención y asiduidad centrado en la oración “pues es absolutamente necesario rezar para poder comprender las cosas divinas”. Por eso la Lectio Divina es tan antigua como la propia Iglesia, que vive la Palabra de Dios, que de ella depende como el agua de su fuente (constitución Dei Verbum). La Lectio Divina es la lectura creyente y orante de la Palabra de Dios hecha a partir de la Fe en Jesús que dice: “El Espíritu os recordará todo lo que os digo y os introducirá en la verdad plena” (Jn. 14, 26; 16, 13). La Lectio Divina se desarrolla en 4 pasos o grados: Lectura, Meditación, Oración y Contemplación. Y se refieren tanto a la lectura individual como comunitaria de la Biblia. Esta sistematización de la Lectio Divina en 4 grados, viene ya del siglo XII y la describe el monje Cartujo. Guido En su libro “La escalera de los Monjes” parafraseando Mt. 7,7 nos dice: “Buscad leyendo y encontrareis meditando, llamad orando, y se os abrirá por la contemplación”. En el siglo XIII los mendicantes (Franciscanos, Dominicos, Servitas, carmelitas) supieron colocar la Lectio Divina al servicio del pueblo pobre y marginado de aquella época. El Vaticano II retornó la tradición antigua y en su documento Dei Verbum recomienda con gran insistencia la Lectio Divina (D.V. 25). Por la Lectio Divina procuramos alcanzar lo que dice la Biblia: “La Palabra está muy cerca de Ti: en tu boca y en tu corazón para que la pongas en mi práctica” (Dt.30, 14). En la boca, por la lectura; en el corazón, por la meditación y la oración; en la práctica, por la contemplación. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 1


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

El objetivo de la Lectio Divina es pues el objetivo de la propia Biblia, “comunicar la sabiduría que lleva a la salvación, por la Fe en Jesucristo” (2 Tim 3, 16-17), proporcionar perseverancia, consuelo y esperanza” (Rom 15, 4); Ayudarnos a aprender de los errores de los antepasados (1 Cor. 10, 6-10). REQUERIMIENTOS PERSONALES: Todo el esfuerzo de su inteligencia la rectitud de su voluntad, “un corazón recto”. (Se debe entender sinceridad) (CaIC 30). Dios nos da su gracia y nos exige pues de nuestra inteligencia: Respetar el mensaje de la Palabra de Dios. Integrar el texto en el contexto histórico. Respetar la unidad de la Escritura. Dejándonos guiar por la Fe de la Iglesia (Magisterio). Leer nuestra propia vida a la luz de los testimonios de la Biblia. Recordar que encontramos a una persona, a Dios vivo a través de la Biblia. Meditar y orar con la Biblia. Pedir la ayuda del Espíritu santo. De nuestro corazón: Reconocer la búsqueda de Dios en la vida de los personajes Bíblicos. Leer nuestra propia vida a la luz de los testimonios de la Biblia. Recordar que encontramos a una persona, a Dios vivo a través de la Biblia. Meditar y orar con la Biblia. Pedir la ayuda del espíritu Santo. De nuestra voluntad: Obediencia – Disciplina Dedicación – sacrificio Disponibilidad TALLER DE LOS COMIENZOS La Lectio Divina tuvo un inicio muy sencillo con métodos elementales a la altura del pueblo. a) b) c) d)

Leer y releer, de nuevo cada vez, hasta conocer bien lo que está escrito. Repetir de memoria con la cabeza, lo que fue leído y comprendido, rumiarlo hasta que de la boca y de la cabeza pase al corazón y entre en el ritmo de la propia vida. Responder a Dios en la oración y pedir que nos ayude a practicar lo que su palabra nos pide. El resultado es una nueva ley en los ojos que permite saborear la Palabra y mirar al mundo de una manera nueva.

Con esta luz en los ojos, se comienza, nuevamente a leer, a repetir a responder a Dios y así sucesivamente. Un proceso que no termina nunca, pero que nunca se repite tal cual. TALLER Evangelio Juan 20, 19-31: El evangelio de este domingo nos habla de dos “Manifestaciones” de Jesús resucitado con un intervalo de 8 días. Es el domingo el 1er. Día de la Semana. Era el día en que se reunían los primeros cristianos. Y en ese encuentro semanal se presentaba Jesús resucitado. Cuando están juntos, reunidos en la Iglesia.... Como Tomás que necesitaba tocar para creer, Cristo resucitado se muestra y se deja tocar en la celebración Pascual del domingo. En el signo del Pan y en el signo de la Iglesia. Unida por la Palabra y la Eucaristía, la comunidad cristiana forma con Cristo un solo cuerpo. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

2


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

CUESTIONARIO No. 1 1.

¿Cuál es el objetivo de la Lectio Divina?

______________________________________________________________________________________________________ 2.

¿Qué es la Lectio Divina?

______________________________________________________________________________________________________ 3.

¿De quién viene esta lectura? ¿Cuándo?

_____________________________________________________________________________________________________ 4.

¿De quién proviene la expresión Lectio Divina?

______________________________________________________________________________________________________ 5. ¿En cuántos pasos o grados se desarrolla la Lectio Divina? ______________________________________________________________________________________________________ 6.

¿Cuándo la Iglesia regresó a las Escrituras y en que documento recomienda con inasistencia la Lectio divina?

______________________________________________________________________________________________________ 7.

¿Qué requiere la Lectio Divina de nuestra inteligencia?

______________________________________________________________________________________________________ 8.

¿Qué requiere la LECTIO DIVINA DE NUESTRO CORAZÓN?

______________________________________________________________________________________________________ 9.

¿Qué requiere la Lectio Divina de nuestra voluntad?

______________________________________________________________________________________________________ 10. ¿Cómo eran los talleres de los comienzos? _____________________________________________________________________________________________________ _____________________________________________________________________________________________________ Tarea: Averiguar y transcribir (copiar) en una hoja el Artículo No. 25 de la Constitución Dei Verbum del Concilio Vaticano II. TEMA 2: LA BIBLIA, NUESTRO LIBRO DE LECTURA 1.

ANIMACIÓN: Canción

2.

MOTIVACIÓN: Ez. 3, 1-3 “Come lo que se te ofrece: come este rollo y ve luego a hablar a la casa de Israel” “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 3


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 3.

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

OBJETIVO: Conocer bien el libro que contiene las Sagradas Escrituras y su importancia dentro del curso vivencial de la Lectio Divina. INTRODUCCIÓN

Para tomar o comer un alimento, el comensal tiene que saber el valor de las proteínas que contiene para balancearlas, a efecto de que sea saludable para su salud. Así pues la Biblia es para nosotros lo que para Ezequiel eran los rollos que contenían las Sagradas Escrituras, el mensaje que él recibió (Ez. 3,3) “....Aliméntate y sáciate de este rollo que te doy” debe cobrar fuerza en nuestros días, para que sea la Palabra de Dios dulce como la miel. Y a este respecto, el Santo Sínodo recomienda insistentemente a todos los fieles, la lectura asidua de las Sagradas Escrituras, para que adquieran la ciencia Suprema de Jesucristo, de modo que por la lectura y el estudio de los Libros Sagrados se difunda y brille la Palabra de Dios; para que el Tesoro de la Revelación, encomendado a la Iglesia haya llenado los corazones de los hombres, para que ninguno de ellos resulte “Predicador vacío y superfluo de la Palabra de Dios que no la escucha en su interior”. Porque el desconocimiento de las Escrituras es desconocimiento de Cristo. (DV 25-28; Fil. 3,8) (2 Ts 3, 1) (Is 40, 8; Cft 1 Pe 1, 23-25). DESARROLLO DEL TEMA La Biblia, es el libro más antiguo que conocemos. Comenzó a escribirse probablemente entre mil quinientos años antes de Cristo y cincuenta años antes de su nacimiento ya estaba concluido el Antiguo Testamento. Con la venida de Jesucristo, se abre el Nuevo Testamento y la Biblia queda enriquecida, remozada, más llena de Vida e interés. (Jn. 20, 31; 2 Tim. 3, 16; 2 Pe. 1, 19-20; 3, 15 – 16 ) (DV; 11). a) ¿QUE ES LA BIBLIA? La Biblia es nada más, ni nada menos que la Palabra escrita de Dios Omnipotente a su criatura, una carta dirigida por el Padre Celestial y transmitida por los Autores Sagrados (Hagiógrafos) al género humano que viaja lejos de la Patria. Según el Concilio Vaticano I, “La Biblia es una colección de Libros Sagrados que escritos bajo inspiración del Espíritu Santo, contiene las verdades reveladas por Dios para la Salvación de las almas. (DV 11). La Santa Madre Iglesia, según la fe apostólica tiene por Santos y Canónicos los libros enteros del Antiguo y Nuevo Testamento con todas sus partes, porque escritos bajo la inspiración del Espíritu Santo, tienen a Dios como autor y como tales se le han entregado a la misma Iglesia; pero en la redacción de Libros Sagrados. Dios eligió a los hombres, que utilizó usando de sus propias facultades y medios; de forma que obrando El, en medio de ellos escribieron, como verdaderos autores, todo y sólo lo que El quería. a) ¿CUÁL ES SU ESTRUCTURA? (1)

Título:

Este libro divino, ha recibido varios nombres o títulos desde que fue escrito: (Mt. 22, 29) Se le llama la Escritura o las Escrituras: en este sentido se expresa Jesús, por ejemplo, cuando dice a los Saduceos: “Vosotros estáis equivocados, porque no conocéis las Escrituras” (Mt 22, 29); y Lucas pone en labios de los discípulos de Meaux esta frase: No es verdad que el corazón nos ardía en el pecho cuando Jesús venía hablando en el camino y explicando las Escrituras” (Lc. 24, 32). Esta denominación todavía la usamos hoy. Después ha venido recibiendo otros nombres como: Libros Santos, Libros Sagrados, Sagradas Letras, Palabras de Dios, etc. Actualmente, el nombre más usual parece ser el de la Biblia Santa Biblia o Sagrada Biblia. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

4


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 (2)

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Contenido General

2.1 Material: Como lo indica su mismo nombre, en una colección o libro, de libros escritos por diferentes autores, en lenguas, épocas y estilos literarios distintos. De tal manera que se puede afirmar que la Biblia, miniatura es toda una Biblioteca religiosa de la vida de un Pueblo que camina en busca de su Dios, mediante un proceso de conversión, recopilada en un solo volumen. 2.2 Doctrinal: La Biblia encierra toda la historia de la Revelación divina, es decir, “La manifestación que Dios hace de si mismo y del Ministerio de su voluntad, misterio que no es otra cosa que su Plan de Salvación para todos los Tiempos”. (3)

División de la Biblia

n General La Biblia contiene dos grandes partes: Antiguo y Nuevo Testamento, ambos relacionados entre sí.

n Numérica Dos grandes religiones se rigen por las enseñanzas de la Biblia: La Judía y la Cristiana esta última, integrada por católicos Ortodoxos y protestantes de muchísimas denominaciones. -

Los Judíos solo aceptan el Antiguo Testamento y lo dividen en tres grandes partes; La Ley; Los Profetas; y otros escritos, haciendo un total de 39 libros (Canon Hebreo).

-

Los cristianos, lamentablemente estamos divididos en cuanto a la aceptación del número de Libros.

-

Para los Católicos: La Biblia contiene 72 o 73 libros; 45 libros en el Antiguo Testamento, si se considera al Libro de las Lamentaciones junto con Jeremías 46, si estos se toman en cuenta por separado; y 27 libros en el Nuevo Testamento.

-

Los Ortodoxos, al igual que los Católicos, no hay ninguna variante.

-

La diferencia entre católicos y protestantes, se encuentran en el Canon o lista de los libros del Nuevo Testamento, en el cual consideran como Apócrifos a los siguientes libros: Tobías, Judith, Sabiduría, Eclesiastés, Baruc, Macabeos I Y II.

-

Antiguo Testamento: 46 libros. En tiempos de Jesucristo, se dividía en : La Ley, Los Profetas y otros escritos.

n Temática:

Hoy lo dividimos así: a) El Pantateuco o la Ley: 5 libros: Exodo, Levítico, Números y deuteronimio. b) Libros Históricos: 16 libros, Josué, Jueces, Ruth. I y II de Samuel, I y II Reyes. I y II de crónicas, Esdras, Nehemías, Tobías, Judith, Esther, I y II de Macabeos. c) Libros Sapienciales; 7 libros: Job, Salmos, Proverbios, Eclesiastés, Cantar de los Cantares, Sabiduría, Eclesiástico. d) Libros Proféticos: Isaías, Jeremías, Baruc, Lamentaciones, Ezequiel, Daniel, Odeas, Joel, Amós, Abdías, Jonas, Miqueas, Nehum, Habacuc, Sofinias, Ageo, Zacarías y Malaquías. NUEVO TESTAMENTO: Los 27 libros se pueden dividir en: “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

5


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 a) b) c) d) e)

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Libros Históricos: (5libros) Cuatro Evangelios: Mateo, Marcos, Lucas y Juan. Y los Hechos de los Apóstoles. Libros Didácticos: (21 Epístolas) 13 de San Pablo a los Romanos I y II a los Corintios, a los Galatas, a los Efésios, a los Filipenses, a los Colosenses I y II a los Tesalonisenses, I y II a Timoteo, a Tito, a Filemón. Carta a los Hebreos (Autor desconocido). Epístolas llamadas Católicas: Santiago, I y II de Pedro, I, II y III de Juan y una de Judas. Libros Proféticos: El Apocalipsis.

División Parcial: Capítulos y Versículo. IMPORTANCIA La Biblia es el libro más importante, por cuanto en sus páginas como en fuente abundante, han ido a beber, los bibliógrafos, los eruditos, los investigadores, los moralistas, los teólogos, los artistas, los políticos y especialmente los hambrientos de las cosas divinas. La Biblia se dirige al individuo, habla de la familia trae normas para la comunidad, señala los deberes para las clases sociales, facilita las relaciones humanas invitando al respeto, a la paz y a la convivencia. Todo hombre, sea de la raza que sea y tenga ocupación que tanga puede hallar respuestas a sus inquietudes en sus páginas maravillosas. PORQUE O PARA QUE ESTUDIAR LA BIBLIA La gran mayoría de los “problemas” que surgen en torno a la Biblia, las interpretaciones ingenuas, e incluso los escándalos ante ciertas afirmaciones hechas por los estudiosos de la Biblia, tienen su raíz ni más ni menos, que en la deficiente comprensión de la naturaleza misma de la Biblia. Las diferentes interpretaciones que se dan en los diferentes grupos cristianos y más aun entre las diferentes sectas y agrupaciones que se remiten a la Biblia, se deben simplemente a diferencias en su apreciación sobre la naturaleza de la Biblia. Es notorio que muchos grupos fundamentalistas se rehúsa a estudiar la Biblia como tal; hacerlo les abriría los ojos. Su llamado “estudio de la Biblia” se limita hacer interpretaciones de determinados pasajes de la Biblia o a reconstruir los detalles Históricos de algún relato, pero no es un estudio histórico de esos pasajes Bíblicos: de su origen tradicional y literario, Histórico y Cultural, de los significados en ese tiempo para su auditorio original, etc. La necesidad de estudiar la Biblia para comprenderla correctamente se desprende del simple hecho de que se trata de un conjunto de escritos que se originaron y fueron compuestos hace muchísimos siglos en un ambiente cultural muy diferente al nuestro. Esto se observa ya en lenguaje: los términos, giros y expresiones son de otra cultura, como lo son muchos conceptos que encontramos en los escritos bíblicos. Ingenuamente, muchos piensan que nuestros conceptos y nuestra visión occidental del hombre, de la naturaleza, del mundo, de Dios, etc. Son iguales a aquellos de los tiempos bíblicos (Palestinos). Han sido precisamente los estudios sobre el mundo de la Bíblia que han puesto al descubierto las grandes diferencias. En síntesis, para poder comprender e interpretar correctamente la Bíblia, es necesario un mínimo estudio acerca de ella, de la misma manera es necesario estar familiarizado por medio del estudio con el mundo de cualquier documento de la antigüedad. No basta con saber leer para poder comprender lo que se quiso decir y las razones por la que se escribió lo que se lee. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

6


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Podemos concluir entonces diciendo: ¿Porqué debemos estudiar la Bíblia? Porque es el libro mas autorizado, más importante más interesante de todos cuantos se han escrito, ya que tienen al mismo Dios por autor (Jn. 5, 39) Porque es el mejor medio para saber qué nos quiere decir el Señor y para ver como se acerca a nosotros a través de su Hijo Jesucristo. Porque es el camino más seguro para conocer nuestro destino presente y futuro, lo mismo que el mundo que habitamos. Porque es la mejor manera de conocer la vida y obra de nuestro Señor y Salvador Jesucristo con su muerte y resurrección gloriosa. “ IGNORAR LAS ESCRITURAS, ES IGNORAR A CRISTO.” TALLER SOBRE EL TEMA 1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8.

Leer, Releer el trozo Bíblico Lc. 24, 35-48. Reflexiona unos minutos sobre lo que mas te llama la atención. Repetir de memoria en la boca, lo que fue leído y comprendido. Rumiarlo hasta que de la boca y de la cabeza pase al corazón y entre al ritmo de la apropia vida. Comenta con tus hermanos de grupo sobre lo anterior, lo que te habla o pretende decirte el Señor. Al relacionar el texto con tu vida: ¿Qué debes cambiar o mejorar? El grupo hará oración dándole gracias por lo que ha podido descubrir en él la voluntad del Señor; y/o preguntarle acerca de la palabra. (Ej. ¿Qué quieres tu de mi Señor?). Guarda unos minutos de silencio en el cual permitas la elevación de todo tu ser a Dios. Hacer un plenario, recogiendo las experiencias de este taller. Oración Final de acción de gracias.

CUESTIONARIO No. 2 1)

Interprete brevemente Ez. 3, 1-3; y manifieste el mensaje en lo personal ¿Qué te pide?

2)

La Biblia, es la palabra de Dios, dictada para ser escrita textualmente como él quiere, sin tomar en cuenta las cualidades, del hombre a quien utilizó únicamente como instrumento. V

3)

La Biblia es una colección de Libros Sagrados que escritos bajo inspiración del Espíritu Santo, contiene verdades reveladas por Dios para la Salvación de las almas. V

4)

F

La Biblia, según la iglesia, tiene 72 o 73 libros, dependiendo de cómo algunos traductores junten al Libro de Jeremías con Lamentaciones. V

5)

F

F

¿Cómo está dividido temáticamente el Antiguo testamento? “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

7


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

6)

Los Libros de Génesis, Levíticos y Números son libros históricos porque narran la historia de Adán y Eva, Abraham y Moisés. V

7)

F

En el Antiguo Testamento, ya nos habla de Jesús. V

9)

F

No leer las Escrituras, no es ignorar a Cristo, porque igual oramos. V

10)

F

En el Nuevo Testamento no hay libros Proféticos, sólo los Cuatro Evangelios y las Cartas a San Pablo. V

8)

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

F

Debemos leer asiduamente la Biblia porque es el mejor medio de adquirir Sabiduría de Dios. V

F

TEMA 3 LA LECTURA FIEL DE LA BIBLIA 1. ANIMACIÓN: 2. MOTIVACIÓN: 3. OBJETIVO:

Lectura Mt. 12, 1-7

Que el participante en este curso vivencial tome plena conciencia de algunas normas hermeneúticas importantes de la lectura cristiana de la Biblia., que vienen de la tradición y el Magisterio y que convergen en la constitución Conciliar “DEI VERBUM”. 4. INTRODUCCIÓN Dios mandó a su hijo al mundo solo para que se entienda bien al mismo, que se le interprete correctamente y se le contemple; Cristo, fue enviado a este mundo para transformarlo, en otras palabras, para salvarlo (Jn. 3, 16-17), y estamos invitados a participar en su obra. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

8


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Interpretar es posibilitar la comunión entre dos personas que quieren dialogar. Es lograr que la palabra de una sea traducida a la lengua de la otra. Por eso, el intérprete debe ser fiel a las dos personas que quieren dialogar, a la Palabra de Dios con la ayuda de la Biblia. Entre estas fidelidades, la fidelidad al Verbo encarnado y la fidelidad al hombre de Hoy, no puede ni debe existir ninguna contradicción (Paulo VI – Set. 25 – 1970). La fidelidad a la Iglesia, a la tradición y al Magisterio es tan importante para la interpretación de la Biblia como la raíz de árbol. Sin ella, el árbol muere, pero la raíz debe estar bajo la tierra. No aparece ¡Y no debe aparecer! Es como la respiración, sin ella la persona muere; sin embargo, no es bueno ni recomendable en cada respiración, decir: “Estoy respirando”. No es por el hecho de que el interprete cite o no cite la tradición o el Magisterio, que su interpretación es fiel o infiel. Lo importante no es citar, sino obedecer. (Mt. 21, 28 – 32). Por lo anterior, preferimos hablar de la “Lectura” sencillamente. Y no de “Interpretación”, la palabra “Interpretación” se presta a malas interpretaciones. A veces se le entiende en el sentido de explicación profunda con dimensiones algo científicas; otras veces se le da el sentido de deformación. Uno puede estar o no de acuerdo con estos sentidos dados a la palabra interpretación, pero no puede decir que no existen. En tal virtud, repartiremos en dos categorías las reglas de lectura de la Biblia: a) b)

Las que permiten pasar de una lectura ingenua de la Biblia a una lectura critica a una lectura Cristiana. Las que permiten pasar de una lectura crítica a una lectura cristiano.

5. DESARROLLO DEL TEMA a) Lectura Ingenua Lectura ingenua, es la que practica el lector que no sospecha hasta que punto su propia realidad, su idea de Dios y de los hombres, su manera de ver la vida, en fin su pre-comprensión y su ideología influyen en su lectura o dicho de otra manera, es la de aquel lector que se imagina ver en la Biblia. Fue escrita por Dios de puño y letra enviado a la tierra en forma misteriosa. Un libro en cuya composición no ha tenido nada que ver el hombre. En consecuencia, este lector lo tomará todo al pie de la letra (fundamentalista) como si fuera un tejido de revelaciones absolutas de Dios; no se preguntará por el sentido de las distintas maneras de expresarse comunes entre los hombres (géneros literarios) que vivían hace veinte o treinta siglos: y ahora, caídas en desuso. La lectura ingenua de la Biblia conduce a un sin fin de interpretaciones equivocadas, exageradas, confusas, mágicas y se vuelve fácilmente sectaria. Esta lectura está muy expuesta a las objeciones de otras religiones así como de los no creyente y no tiene muchas posibilidades de defensa. No hay que confundir sin embargo, esta lectura sencilla pero inteligente y atenta. Esta última es, además, la base sobre la cual toda otra lectura debe apoyarse. b) Lectura crítica Es la que se preocupa por lo esencial, lo seguro, lo valedero, lo permanente, lo normativo y por ende trata de separarlo de lo accidental, lo aparente, lo caduco y lo pasajero. La fe no tiene miedo de aplicar estas actitudes a la lectura de la Biblia. Más bien son las sectas, son los Mormones, o los testigos de Jehová, los que pierden los estribos cuando se les hace ver la poca crítica, ola ausencia total de crítica con la que leen la Biblia. Pedir al lector de la Biblia que sea crítico no es plantearle exigencia exorbitantes; no es insinuar que sólo vale el estudio científico (toda lectura científica es crítica, pero no toda lectura crítica es científica); es sencillamente afirma r la importancia de acercarse a la Biblia con toda su inteligencia, toda su “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 9


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

experiencia de la vida; es más que todo, una cuestión de sentido común. Para un cristiano, la primicia pertenece indudablemente a la lectura creyente la fantasía y el fundamentalismo. c)

Como pasar de una lectura ingenua a una lectura crítica

1. UTILIZAR UNA BUENA BIBLIA Sabemos que no todas las Biblias son iguales. Entonces, buscar una traducción bien hecha. Al leer extractos sueltos, citas Bíblicas o citas atribuidas a la Biblia, es preciso aprender a distinguir lo que es traducción verdadera y lo que es comentario. Aprovechamos las explicaciones, introducciones de pasajes paralelos, índice de palabras importantes; todos estos datos, cuando están concentrados en una Biblia, allanan el camino de la Lectura. 2.

DEJAR HABLAR AL TEXTO Y NO SUSTITUIRSE A EL Dicho de otro modo: dejarse enriquecer y juzgar por la Palabra y no encarcelarla en nuestros esquemas predilectos dejar la última palabra a la palabra; no dictársela. Dejar hablar al texto es disponerse a acoger una voz nueva, una comunicación hasta el momento no escuchada o no bien entendida. Dialogar con lo leído, discutir con El si es preciso, pero hacerle caso. 3.

PRESTAR TODA SU ATENCIÓN A LO CARACTERÍSTICO DEL TEXTO. Para la mayoría de la gente, leer bien no es cosa fácil. Pensamos leer y seguimos ocupados en nosotros mismos de una manera mas o menos desordenada. Olvidamos que, por debajo de un cierto grado de concentración y atención al texto, la lectura deja de ser tal, para convertirse en distracción, en sueño y divagación. Las mejores meditaciones de la Biblia se producen por lo general cuando se llega a dominar el desorden interior y se concentra la atención en los textos que tenemos por delante. Es verdad que la lectura atenta de la Biblia no es prueba de una fe auténtica pero la lectura superficial y precipitada tampoco. 4. HACER EL ESFUERZO PARA DESMENUZAR EL TEXTO. Criticar es siempre analizar, desarmar, reducir a pedazos. A un texto bíblico, como a cualquier otro que se pretende estudiar de cerca, hay que desmenuzarlo hasta llegar a sus elementos primitivos, a su estructura base. Es preciso también rastrear las palabras, frases hechos, giros significativos, principalmente aquellos que revelan las tendencias a las orientaciones del texto. 5. TENER EN CUENTA LOS DISTINTOS GENEROS LITERARIOS Esta es una regla de oro para todo lector de la Biblia, tanto para el principiante y el especialista, como para el agente pastoral y el teólogo. La Biblia es una colección de obras literarias, casi todas riquísimas. No sólo es literatura, es mucho más, pero este “mucho más” está indisolublemente ligado a una obra literaria que exige ser tratada como tal. 6. HACER COMPARACIONES INTRABIBLICAS Vale la pena cotejar los usos distintos de las palabras importantes, como salvación, alianza, fe, amor, paz, conversión, pecado, comunidad, Iglesia, justicia, pobreza, conocer a Dios, sabio-sabiduría, servicioservidor, ley y gracia, acción de gracias, fiesta, etc. Trabajo no tan difícil si se usa un índice Bíblico suficientemente desarrollado o una concordancia.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

10


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

También resulta interesante comparar no solo palabras si no también situaciones similares: ejemplo el de Abraham, Moisés, Gadeón, Sansón, Samuel 1, Isaías Jeremías, Ezequiel, el siervo de Yavé y hasta de dos paganos. Nabucodonosor y Ciro, en el Antiguo Testamento: y en el Nuevo Testamento tenemos los relatos de la vocación de María los apóstoles y Pablo. Podemos hablar de la vocación del misma Jesús. 7. ECHAR UN VISTAZO AL CONTEXTO, PERO CRÍTICAMENTE Es normal en toda lectura de extractos remitirse al texto amplio de donde fueron escogidos para buscar mayores luces y esclarecer el sentido de los pasajes. Pero la ley del contexto, como ley de interpretación de la Biblia, no es nada absoluta. Sobran los casos de unidades yuxtapuestas sin vínculo alguno entre sí o relacionadas por criterios que nos escapan. Siempre es bueno echar un vistazo al contexto, pero siempre con atención crítico. El contexto puede ayudar o confundir. 8, CONSIDERAR LA BIBLIA COMO RVELACION SOBRE EL HOMBRE TANTO COMO REVELACIÓN SOBRE DIOS A primera vista la Biblia parece hablarnos únicamente de Dios, pero una lectura crítica nos hace entender que la mente del hombre; no de la naturaleza humanan en abstracto, sino del hombre en sus situaciones históricas concretas. 9. EVITAR DE MARGINAR, POR PREJUICIO, CIERTOS LIBROS DE LA BIBLIA Es posible y además muy común que uno desconozca algunas partes de los Libros Bíblicos sin que por ello su comprensión global del mensaje inspirado sufra algún menoscabo. Entendemos por perjuicio, el rechazo de libros o pasajes bíblicos por que no agradan, porque molestan y no corresponden a una cierta idea que nos hemos hecho del compromiso cristiano o de la vida de la fe. 10. UNA Y OTRA VEZ PREGUNTARNOS DESDE QUE REALIDAD SOCIO ECONOMICA Y CULTURAL LEEMOS LA BIBLIA, Y EN FUNCIÓN DE QUE PROYECTOS HISTORICOS Y DE QUE IDEAL. No hay tal cosa que una lectura puramente objetiva, neutral de la Biblia: no se da ni entre los grandes especialistas de la interpretación, ni entre los que dicen buscar en ella un selecto alimento espiritual. Puedes entonces mejor definirlos y saber cual es nuestra opción para nosotros mismos y para la sociedad. Además nuestra lucidez y nuestra sinceridad al respecto serán buenas garantías para que busquemos en la Biblia lo que verdaderamente puede dar. f)

Pasar de una lectura crítica a una lectura cristiana Dios no dio la Biblia al mundo sólo para que nos informemos un poco más de El mismo y de la Historia; la escritura tiene por misión llevarnos a la salvación y formar en nosotros al hombre perfecto, al Hombre Nuevo. La intención profunda de esta lectura es la de entrar en el proyecto de la palabra del Señor, responder a su finalidad. La lectura cristiana es muchísimo más exigente que la lectura crítica: esta pertenece al mundo del entender, aquella es llamamiento constante a la fe o sea a la entrega total de nuestro ser a Cristo. 1. DESCUBRIR COMO TODA LA BIBLIA, PERO SOBRE TODO EL NUEVO TESTAMENTO, PLANTEA DIRECTA O INDIRECTAMENTE, LA OPCION POR CRISTO. Plantearse de verdad la opción por Cristo, no es cosa de escasa consecuencia, muy por el contrario, son nuestras mismas razones de vivir, así como nuestra manera de ver a los demás y la sociedad, las que se encontraran cuestionadas. Esta opción podrá ser aceptada o rechazada pero no ignorada. 2. NO ENCERRARSE EN UNA LECTURA INSTRUCTIVA DE LA BIBLIA . Esta regla formula negativamente lo que la primera formulaba positivamente. Por más importante que sea el conocimiento del contenido de la Biblia, este no puede sustituir al encuentro vital con el Señor. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

11


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

3. LA LECTURA CRISTIANA DE LA BUENA NUEVA CONLLEVA SU ANUNCIO. PRINCIPALMENTE A “LOS POBRES” Y CON ELLOS. Esta afirmación quisiera recoger la enseñanza del mismo Jesús (Mt. 11, 25) y lo mejor de la Tradición de la Iglesia. Un cierto compromiso, aunque incipiente, con los pobres, con los mas necesitados, es una condición ineludible para una comprensión se compenetran mutuamente, se fortalecen y se radicalizan al mismo tiempo. TENER EN CUENTA LA “INTERPRETACIÓN RECIPROCA” QUE SE ESTABLECE ENTRE LA LECTURA DE LA BIBLIA Y LA VIDA, CON TODOS SUS CONDICIONAMIENTOS. A nuestro entender sería una falta de realismo pastoral negar que la Palabra de Dios contenida en la Biblia, pueda cambiar, transformar crear algo en nuestras vidas; sería miopía no ver que, en muchos casos, la palabra y la fe han despertado a muchos y los han impulsados a un compromiso real y autentico. 4.

5.

IR DE LA BIBLIA A LAS ENSEÑANZAS DE LA IGLESIA, Y DE LAS ENSEÑANZAS DE LA IGLESIA A LA BIBLIA. No nos referimos aquí a una Iglesia temporal, ni tampoco a la Iglesia meramente jerárquica, sino a la Iglesia tal como vive a diario, en un momento y lugar determinado. La Iglesia vive en carne propia el drama de los grupos humanos en estado de destierro, o el drama de las naciones en situación de dependencia creciente, en vías de sub desarrollo, o al borde de catástrofes inminentes, se ve obligada a leer la Biblia, leer la Palabra del Señor sin alejar su mirada de esta realidad angustiosa. 6. ACTUALIZAR LA PALABRA Y NO MANIPULAR ARBITRARIAMENTE Actualizar la palabra es ante todo escucharla con fe. Escribirse a su mensaje. Es mirar la propia vida y la sociedad bajo la irradiación de esta luz que es el mensaje de la salvación. De la Biblia manipulada arbitrariamente puede salir cualquier cosa, de hecho, en ciertos medios va creciendo el menosprecio hacia la Biblia ya que dice, nada más fácil hacerle decir lo que uno quiere . “Es como un arsenal donde todos encuentran arma”. 7. NO BUSCAR EN LA BIBLIA PROGRAMAS POLÍTICOS, NI APOYOS DIRECTOS A PROGRAMAS POLÍTICOS. Respetando la finalidad de la Biblia, se evitarán las interpretaciones unidimensionales, forzadas, traídas por los cabellos o sea la utilización de la Biblia para el sustento de decisiones políticas partidistas tomadas de antemano e irrevocables. La Iglesia no es interprete de aspiraciones partidarias ni intermediaria de fracciones políticas. Esto no significa por eso que sea apolítica. Sabe que un pretendido apolitismo significa, en la práctica, una actitud política de anuencia táctica a una determinada configuración del poder político, cualquiera que este sea. 8. RECONOCER EL PAPEL INSUSTITUIBLE DE LA “COMUNIDAD” PARA PROMOVER UNA LECTURA MAS PROVECHOSA Y COMPROMETIDA DE LA BIBLIA. La experiencia de millones de cristianos comprueba que la integración en comunidades que hacen especial hincapié en la atención al mensaje Bíblico, es de ayuda invalorable. La lectura comunitaria no suprime la lectura personal, ni mucho menos, al contrario la complementa. Es demasiado evidente que la lectura continua de libros enteros de la Biblia requiere silencio y meditación personal. 9. BUSCAR LOS VÍNCULOS QUE UNEN INSEPARADAMENTE LA ACUTALIZACIÓN DE LA PALABRA CON LA CELEBRACIÓN DE LA EUCARISTÍA. En la eucaristía “recordamos” la obra de dios hecha mediante Cristo a través de la historia. “Hagan esto en memoria de mi”. Ahora bien, para la Biblia recordar y actualizar es casi lo mismo. Recordar al igual que actualizar es dar gracias al Señor por toda su acción en la historia antigua y en la pascua de Jesús; es agradecer por la salvación y liberación que se están dando aquí ahora; y es también comulgar con dicha obra y con el designio que pone de manifiesto. CONCLUSIÓN: “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

12


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Para los católicos la Escritura no es autosuficiente o sea que por si sola no basta para encontrar al Señor. Con estilo tajante que le era familiar así lo expresaba Tertuliano. “Tu fe te ha salvado, dice Jesús; no dice: “Tu habilidad en interpretar las Escrituras”. CUESTIONARIO 1. La fidelidad de la Iglesia a la Sagrada Tradición y al Magisterio es muy importante para la interpretación de la Biblia. 2. La lectura ingenua es la que practica el lector que no sospecha hasta que punto su propia realidad, su manera de ver la vida y su pre –comprensión y su ideología incluye en su lectura. 3. la lectura crítica se preocupa por: a) ______________________ b) _____________________ c) ______________________ d) ______________________ e) _______________________ 4. La fe tiene miedo de aplicar una actitud crítica a la lectura de la Biblia. V

F

5. Para pasar de una lectura ingenua a una lectura crítica no es necesario utilizar una buena Biblia porque todas las traducciones son iguales. V

F

6. Una regla importante es considerar la Biblia como revelación sobre el hombre tanto como revelación de Dios. V

F

7. La lectura cristiana de la Buena Nueva conlleva su anuncio principalmente a “Los pobres” y con ellos. V

F

8. No es necesario tener en cuenta la interpretación recíproca que se establece entre la lectura de la Biblia y la vida, con todos sus condicionamientos. V

F

9. Actualizar la Palabra es ante todo_____________________________Es________________ Es________________________________________la sociedad bajo ésta______________ Que es el __________________________________. 10.

Para los católicos la Escritura es autosuficiente o sea que por sí sola basta para encontrar al Señor. V

F

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

13


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

TEMA No. 4: EL LENGUAJE USADO POR LOS AUTORES BÍBLICOS

1. ANIMACIÓN:

Canción “tu Palabra me da vida”

2. MOTIVACIÓN: Tim. 3, 16 – 17 ¿Para qué es útil la Biblia? ¿Cómo debemos estar para emprender una buena obra? 3. OBJETIVO: Fortalecer nuestra fe, buscando que entender sin confundir la Verdad religiosa, con las expresiones orientales que sirven para expresar dicha verdad. Dicho de otra manera, no debemos confundir el “ropaje literario” con la Verdad misma. Hemos de descubrir y ver el mensaje de Fe. 4. ESTRUCTURA DEL TEMA: a) b) c)

El lenguaje humano Géneros literarios Imágenes literarias en el lenguaje bíblico.

5. INTRODUCCIÓN: En las lecciones anteriores, dijimos citando una frase conciliar, que “dios habla en las Escritura por medio de los hombres, en lenguaje humano”, Vamos ahora a fijarnos en este último punto de la frase: “En lenguaje humano”. Vale repetir el pensamiento aquel que decía: “cuando el sabio señala con su dedo las estrellas, el que es tonto se queda mirando al dedo”. Conviene repetir la idea, ya que es de suma importancia comprende que “Toda palabra escrita o dicha contiene un mensaje en se interior, que va más allá de la pura letra escrita o dicha. La Biblia siempre dice la verdad, equivale a afirmar que la Biblia jamás se equivoca, no tiene error nunca. Partimos de una base ya mencionada anteriormente: el autor principal de la Biblia es Dios, y en dios no cabe error. Dios no puede equivocarse, ni equivocarnos. Si dios no se puede equivocar, tampoco tiene error su Palabra. Esto es lo que comúnmente llamamos INERRANCIA BÍBLICA, es decir, que la Biblia no tiene error, ya que es la Palabra de Dios y en Dios no se admite error. Al leer un texto bíblico, no hemos de fijarnos en la “materialidad” de las palabras, sino en el sentido con que fueron dichas opuestas por escrito. El autor bíblico tiene una intención y utiliza un determinado género literario y la intención literaria de la palabra dicha o escrita. No tomemos la Biblia “al pie de la letra”: descubramos su sentido, su contenido, su mensaje , su intención. Por eso es tan conveniente entender los géneros literarios y saber el ambiente socio-cultural-literario-religioso en que el Libro Sagrado fue escrito. Nos ayudará también mucho conocer su fecha aproximada al menos de composición. Con ello nos metemos en su época, en su ambiente y así la interpretación y el entendimiento del Libro resultará no tan difícil, más cercano a nosotros. Los números, los colores, las edades, los vestidos, las palabras, las expresiones, etc., todo está cargado de simbolismo e imágenes que encierran un contenido y ése es el que hay que descubrí. Tampoco se ha de caer en la trampa de pensar que todo es simbolismo eso de ningún modo. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

14


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Detrás de las palabras hay un significado. Veamos algún ejemplo: “Hermanos”: esta palabra contienen también a los primos parientes, amigos e incluso vecinos (Mc. 4, 31 – 35). “Cuernos”: Indican fuerza, poder (Apoc. 12 1 – 4). “Casa de David”: ES estirpe (Mt. 1.20). “El Hijo Prodigo”: su verdad es el mensaje, la enseñanza, no el relato en sí; el relato no es una “verdad histórica”, dicho a nuestro modo de entender lo histórico de lo no histórico ni eso es importante. 6. DESARROLLO DEL TEMA: A) EL LENGUAJE HUMANO: Si nos fijamos en nuestro estilo de hablar, veremos que “una misma verdad la expresamos de múltiples maneras. Corrientemente no nos importa el modo, sino que vamos abiertamente a la verdad que queremos expresar. Por ejemplo: “Estoy bajo un estado de depresión pesimista ante un grave problema esta es la verdad que quiero comunicar y para expresarle a un amigo le digo: “Oye, estoy hecho polvo”. No cabe duda que mi amigo me entiende perfectamente. Otro ejemplo: Ha ocurrido un accidente donde ha perecido un niño. De este accidente son testigos el papá y la mamá que iban con el niño, el policía de tráfico y un señor extraño que pasaba por el lugar del siniestro. Los papás llevados de la impresión tremenda de que el muerto es su propio hijo, contarán con un realismo quizá exagerado hasta los últimos detalles del in suceso. El policía lo hará probablemente como quien relata un atentado policiaco. Está tan acostumbrado a presenciar escenas similares, que ya casi, una más, no le impresiona gran cosa. Por su parte, el “Señor extraño” que pasaba por allí y no tenía nada que ver con la cuestión, dirá las cosas sin dejarse llevar de la emoción. ¿Cómo la vamos a juzgar nosotros que no presenciamos el accidente? Si nos referimos a los papás diremos que, como no se fijó bien, mintió; y del testigo casual diremos que, al no importarle lo sucedido, confesó cualquier cosa por salir del paso. Todo esto está diciendo que a la hora de juzgar algo, hay que hacerlo teniendo en cuenta quien lo dice o escribe, e incluso las circunstancias del hecho sucedido. El Concilio Vaticano II lo dice “Dios habla en la Escritura por medio de los hombres en lenguaje humano; por lo tanto, el interprete de la Escritura, para conocer lo que Dios quiso comunicarnos, debe estudiar con atención lo que los autores querían dar a conocer con dichas palabras. Para descubrir la intención del autor, hay que tener en cuenta, entre otras cosas, los géneros literarios (DV 12) Siguiendo esta observación conciliar, vamos a fijarnos en dos aspectos.  

Los Géneros Literarios Las Imágenes Literarias

a) GENEROS LITERARIOS Lo primero que hay que tener en cuenta en el lenguaje humano de los autores bíblicos, son los géneros literarios. Por género literario se entiende la manera que tiene un escritor de emplear el lenguaje. Explica la Constitución Conciliar citada (DV 12) “La verdad se presenta y se enuncia de modo diverso en obras de diversa índole histórica, en libros proféticos o poéticos o en otros géneros “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 15


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

literarios. El intérprete indagará lo que el autor sagrado intenta decir y dice, según su tiempo y su cultura, por medio de géneros literarios propios de su época. Para comprender exactamente lo que el autor quiere afirmar en sus escritos, hay que tener muy en cuenta los modos de pensar, expresarse, de narrar que usaban en tiempo del escritor, y también las expresiones de entonces en la conversación ordinaria” (DV12). Es decir, que los autores Bíblicos, de origen oriental, usaban todas las maneras, modismos, frases, etc. Propios de su país y de su época. Pio XII había dicho antes: “Ninguna de aquellas maneras de hablar, de que entre los orientales solía servirse el humano lenguaje para expresar sus ideas, es ajena a los libros sagrados, con la condición de que el género de decir empleado, en ninguna manera repugna a la santidad y verdad de Dios” (Encíclica: Divino afflante Spiritu). Pongamos varios ejemplos que aclaran lo que venimos diciendo: -

Narración de la Creación: Para decirnos el autor del Génesis que todas las cosas proceden de la mano de Dios, se sirve de todo un Poema bellísimo, en que va detallando finamente los distintos pasos de que sirvió el Creador para formar el mundo. Quizá nosotros, más dados al estilo conciso, lo diremos en diez líneas.

-

Creación de Adán y Eva. Hay que ver como se detiene el autor del Génesis en narrar su formación. Nos dice que Dios tomó un poco de barro en sus manos, que lo fue palmando poco a poco y que al fin lo sopló y salió el primer hombre. Y para crear la mujer, durmió a Adán, le quitó una costilla, etc, y apareció la primera mujer. Nosotros diríamos quizás todo ese POEMA en una sola frase: Dios formó a Adán y Eva y los hizo de una misma naturaleza. ¿Porqué entonces emplearon tantas fases? Simplemente por que así era la imaginación de los orientales.

-

Algo parecido habría que advertir respecto a los números empleados o usados por la Bíblia, los cuales en su mayor parte tienen un sentido simbólico. Usan mucho, por ejemplo, los autores el número 7 y el 12 y el 40 y el 1,000 ¿Quiere decir esto que hay que entender al pie de la letra? Posiblemente no, ya que para los hebreos estos números significaban “plenitud”, infinitud, etc. También nosotros empleamos algunos números de manera parecida, por ejemplo cuando expresamos: “Corría a cien por hora” con esto simplemente queremos decir que iba a gran velocidad. Resumiendo, lo que ante una frase bíblica nos interesa saber es, no tanto el modo o manera cómo nos llega la verdad divina, sino el mensaje que el Señor quiere comunicarnos a través de ese ropaje literario. Siete son los grandes géneros literarios que nunca debemos olvidar, a saber: jurídico, histórico, poético, sapiencial, profético, epistolar y apocalíptico. Además de estos siete grandes géneros literarios, en la Biblia descubrimos otros muchos Por ejemplo: moral, filosófico, el relato histórico, la saga, el mito, el cuento, la fábula, el paradigma, el sermón la exhortación, la confesión, la narración didáctica, la parábola, la sentencia profética jurídica, sapiencial, el refrán, el enigma, el discurso, el contrato, el catálogo o registro, la oración o plegaria, el canto, los himnos, el proverbio, las listas, las crónicas, diario, bienaventuranzas, imprecación, parábola de dativo inicial, de nominativo, la elegía, la canción de amor, la noticia de una visión, la predicación.

Ejemplos: ______________________________________________________________________________________________________

Texto

Género

Intención

______________________________________________________________________________________________________ “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

16


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Mt. 6, 9 – 13 Oración Plegaria Jn. 6, 35 Dic. De Revelac. Notificar Hec. 16, 11s Diario de Viaje Notificar Sal. 95 (94) Himno Alabar 1Ts5, 16 – 22 Exhortación Recomendar 1Cor. 15, 3 – 5 Predicación Predicar Lc. 11, 27 Bienaventuranzas Alabar Ecl. 30, 14 Proverbios Enseñar ______________________________________________________________________________________________________ b) IMÁGENES LITERARIAS EN EL LENGUAJE BÍBLICO El señor tiene tanto interés en que nosotros entendamos el mensaje que El quiere comunicarnos a través de instrumentos humanos, que muchas veces se sirve de imágenes curiosísimas y bellísimas. Nos trata no pocas veces como a niños pequeños, y para eso emplea comparaciones, ejemplos, alegorías, etc., con el fin que a través de esas imágenes, lleguemos a comprender plenamente la realidad del mensaje. Vamos a señalar las principales imágenes literarias usadas en la Biblia: 1. METÁFORA: Se da la Metáfora cuando se trasladan las palabras del significado propio mediante una figura o comparación implícita a otro significado impropio con el que guarda cierta analogía o semejanza, por ejemplo, cuando decimos en literatura: “El prado ríe”. En sentido metafórico emplea Jesús estas expresiones: “Vosotros sois la sal de la tierra; Vosotros sois la luz del mundo” (Mt 5, 13). 2, ALEGORÍA: La alegoría es una comparación basada en una metáfora continuada y desarrollada. Ejemplos típicos de alegoría son: Israel, Viña del Señor que emplea Isaías 5, 1 – 7. Jesús el Buen Pastor, tal como aparece en Juan 15, y muchos otros pasajes de contenido espiritual y aun literarios muy valiosos. 3, PARÁBOLA: Se llama parábola a una comparación desarrollada a través de un relato ficticio con un fin pedagógico. Dos elementos aparecen en la parábola: Uno, el recurso a la comparación y el otro, el aspecto enigmático de la expresión, propia para excitar la curiosidad, incitar a la búsqueda y a subrayar la importancia y hasta la trascendencia de la enseñanza comunicada. Jesús hablaba normalmente en parábolas. “Y sin parábolas casí no hablaba. Pero a solas, le explicaba todo a sus discípulos” (Mc. 4, 34). Célebre universalmente son las parábolas del Hijo Prodigo (Lc. 15, 11); la de la oveja perdida y hallada, la del sembrador, la del grano de mostaza y la levadura, etc. Que nos relata el nuevo testamente. Y en el Antiguo, las de Ezequiel 1, 26; Amos 4, 1 y otros.} 4. SÍMBOLO: El símbolo es un signo o acción que representa otra cosa, personaje, institución, etc. Así la bandera es símbolo de la Patria. -

En la Biblia existen muchos signos o acciones simbólicas, como los que vemos en hechos 21, 10 – 13 y en Reyes 11, 29 – 39, Visiones simbólicas, como las relatadas por Ezequiel 37, 1 – 14. Números simbólicos, como el 3, 7, 40, 70, 72, etc. Y Nombres simbólicos como los de los hijos de Óseas 1, 4 y de Isaías 7, 3.

5. MITO: El mito o fábula es una narración ficticia, totalmente inverosímil, que atribuye a la naturaleza irracional cualidades humanas, como la palabra y la razón. Su fin es enseñar e instruir.

-

En la Bíblia hay varias fábulas, como la de los árboles que piden rey, en Jueces 9, 8 – 15.

Así nos habla la Biblia muchas veces para decirnos una verdad interesante, con el objeto que se nos grave mejor. ¿Pierde interés por esto? Al contrario: gana en interés. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 17


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

CONCLUSIÓN: Dos posturas erróneas hay que evitar ante el lenguaje de las imágenes: “Una postura, la que peca por exceso y otra por defecto”. Por exceso, la de aquellos que, materializando la imagen, la toman al pie de la letra y con el mismo rasero miden la verdad que implica y la imagen que nos transmite, y por defecto pecan los que, sabiendo sobradamente que se trata de una imagen, la que desdeñan entendiendo que es un lenguaje impropio. Una actitud equivocada, por que cualquier imagen es lo suficientemente bien explicita, habla suficientemente bien si la sabe interpretar correctamente. Digamos para acabar que en estas cosas, como en todo, el ropaje externo es lo de menos, aunque sea interesante. Lo que importa es lo que viene dentro, es decir, el pensamiento de Dios, que para que nos resulte simpático y atrayente, lo hace envolver a través de instrumentos humanos, en envoltura sensible, con el fin de que ese pensamiento que es su mensaje, no se nos olvide nunca.

CUESTIONARIO 1.

¿Qué significa la expresión del género literario?

2.

¿Qué es una imagen bíblica?

3.

¿Qué es una alegoría?

4.

¿La Parábola es una ficción o una realidad?

5.

¿Qué significa un símbolo? Cite algunos casos de la Bíblia.

6.

Diga el género e intención de Mt. 23, 24.

7.

Diga el género e intención de 2 Re 18, 9 – 10.

8.

No sirve de nada conocer el género literario e intención literaria de los textos, basta la buena voluntad.....

9.

Cite los siete grandes géneros literarios.

10.

Cite cinco de otros géneros literarios que ya conoce y los puede identificar.

CONCLUSIONES: ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 18


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

TEMA No. 5:

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

EXÉGESIS HISTóRICO CRITICO

OBJETIVO: Conocer y utilizar el Método de la Exégesis Histórico- Crítico. METODOS Y SENTIDO La dirección de los sentidos para la lectura de la Biblia (no solo para la Lectio divina) no es nada nuevo. Ya era cosa conocida por la Iglesia Primitiva que utilizaba sobre todo dos acercamientos: Sentido de la Lectura Literal: Es la que tiene mas en cuenta la lectura del texto. Se practicaba sobre todo en Antioquia. Se insiste en el gran respeto a la literatura del texto, se da un esfuerzo particular por el estudio del hebreo o del griego, a fin de poder analizar los textos en la lengua de su composición. Sentido de la Lectura Espiritual: Que busca descubrir el sentido profundo espiritual (escondido al lector superficial). Se practicaba sobre todo en Alejandría). (Ejem. San Jerónimo). Las lecturas del Cantar de los Cantares son un buen ejemplo de estos dos métodos que existen todavía en nuestros días, en ellas la Lectura Espiritual descubre el amor de Dios para con su pueblo, mientras que la lectura literal saca una lección de amor humano entre hombre y mujer, digno de incluirse en la Palabra de Dios. Y fíjense estos métodos tanto existen que en el Ca IC 115-119 distingue estos mismos sentidos de la Escritura. Solo que al Sentido Espiritual se le ha subdividido en: - Sentido Alegórico: Reconoce su significación en Cristo. Ejm. El paso del mar rojo, es símbolo de nuestro paso por el bautismo en el cual Cristo nos liberó del pecado original. -

Sentido Moral: Que nos instituye y nos conduce a un obrar justo.

-

Sentido Anagógico: que nos permite ver en las realidades y acontecimientos su significación eterna, que nos conduce (en griego “anagoge”) hacia nuestra Patria. Así la Iglesia en la tierra es signo de la Jerusalén Celeste.

-

Para poder introducir y profundizar en estos sentidos la Iglesia a través de los tiempos fue explorando diversos caminos.

-

En estos últimos años se habla de la explosión de los métodos:

-

Tenemos exégesis: Histórico Crítico Estructural

METODO HISTORICO-CRITICO Nosotros vamos a tratar el método Histórico Crítico que recién fue aprobado por el Papa Pío XII en este siglo. Si imaginamos que estamos en el Cuzco recorriendo esas antiguas casas podremos reconocer que sus bases a menudo son incaicas, las estructuras superiores coloniales y las formas de acabado datan de la República. Entonces estudiando las numerosas renovaciones poco a poco nos haremos historiadores o arqueólogos, en esto consiste el método de la Exégesis Histórico crítico: En el descubrimiento y “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 19


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

descripción de las manifestaciones orales o escritas que tenía el o los textos para las comunidades a las que estaban destinadas (que entendían ellos) o si lo quieren con otras palabras mas eruditas el Método Histórico crítico consiste en la determinación consiste en la determinación de la intención literaria en su contexto histórico – existencial. Esto es necesario de los evangelios son 20 siglos de distancia y en ciertos textos del antiguo Testamento hasta 30 siglos. Imaginemos la diferencia de culturas que nos separa de sus orígenes. Para comprender un texto tan antiguo, es necesario reponerlo en su contexto histórico, recorriendo todas las técnicas literarias. De allí el nombre: Método Histórico Crítico. Pertenece a las lecturas que busca el sentido de la Lectura literal: se busca el sentido literal histórico. Los progresos conseguidos en el conocimiento de las lenguas antiguas (hebreo o griego), los descubrimientos arqueológicos recientes, son grandes triunfos para alcanzar esta meta. En Is. 7, 15 “El niño se alimenta de leche cuajada y miel hasta que sepa rehusar lo malo y elegir lo bueno”. Si no conocemos el contexto podemos pensar que esto no es posible para un niño sin embargo esto era fácil para un niño porque leche y miel era lo que abundaba. Cant. 1.9 “Amada mía, yo te comparo a mi Yegua”. En ese tiempo una Yegua valía 4 mujeres, en realidad alababa a su amada. En vez de hablar del Método Histórico – crítico seria preferible utilizar la expresión de los Métodos Históricos-Críticos por que existen diversas aproximaciones. Estudiaremos uno mas ampliamente, el asequible a nosotros y nombraremos también a las otras dos. Después de todo los tres persiguen la misma meta: La búsqueda del sentido que tenía el texto para la comunidad a quien estaba destinado. Las mas importantes son: a) La crítica de las formas. b) La crítica de las fuentes. c) La crítica de la redacción. CRITICA DE LAS FORMAS: - Cuando vamos al Dr. Siempre después de revisar nuestra historia médica nos pregunta: ¿Qué le duele? -cuando nos confesamos: Ave María purísima. -Cuando dos personas se saludan: Sr. Pérez Sr. Gómez Cuando empieza un sermón: El padre dice: Amadísimos feligreses, queridos hermanos. Estas formas de hablar en la Iglesia no se encuentran naturalmente sólo al empezar un sermón, sino también en otros lugares del culto divino. Cabe decir sin exageración que toda liturgia, en el fondo, es un armazón de formas acuñadas de tipo oral. La razón es clara: “Todo lenguaje humano que se repite periódicamente con intervalos determinados y se dirigen a los mismos oyentes, y encierra un contenido idéntico, tiende a cristalizarse a formalizarse. Esta forma de hablar se llama estereotipada ya fue llevada a las escrituras. El mejor o la mejor demostración de ello está en la oración romana originariamente la pronunciaba el presidente de la asamblea litúrgica con una formulación libre; pero bien pronto se apoderaron de esta oración unas estructuras fijas, unos moldes que produjeron la clásica oración romana.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

20


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Su forma es de una claridad y simplicidad maravillosas no hay traducción capaz de reflejar su fluidez. Uno de los ejemplos mas bellos lo tenemos en la oración que antaño se recitaba el domingo tercero después de Pentecostés: Oremos: Oh Dios, protector de los que en ti esperan, sin ti nada es valioso, nada santo: multiplica sobre nosotros tu misericordia, para que bajo tu dirección y guía, pasemos por los bienes temporales de suerte que no perdamos los eternos. Por nuestro Señor Jesucristo, tu hijo, que contigo vive y reina en la unidad del Espíritu Santo por los siglos de los siglos, Amen. La oración se desmiembra en seis partes: 1) Exhortación a Orar 2) Invocación a dios 3) Ampliación de la Invocación. 4) Súplica 5) Conclusión Solemne. 6) Confirmación de la plegaria por la comunidad La estructura misma hace ver claramente el tipo de oración de que se trata: La exhortación Inicial (Oremos) y la confirmación final (Amén) caracterizan al texto como plegaria de la comunidad. El presidente la recita como representante y en nombre de la Comunidad. La frase “Sin ti nada es valioso, nada santo” es simplemente una ampliación de la invocación. La parte principal de la plegaria propiamente dicha está en oración la definimos como oración de súplica de petición. La estructura formal de la oración que acabamos de analizar se encuentra en la mayor parte de las oraciones romanas. Desde el punto de vista de la crítica de las formas, este tipo de oraciones se caracteriza y define por la brevedad de la súplica, con una invocación ampliada en forma relativa, y una conclusión solemne que recita el presidente en nombre de la comunidad. Supongamos que un especialista en las ciencias Bíblicas se opone a analizar el texto de los Hechos de los Apóstoles 9, 3-6. este texto dice lo siguiente: Iban caminando, y próximos ya a Damasco, de repente le circundó un resplandor del cielo, y cayendo a tierra. Oyó una voz que le decía: “ Saulo, Saulo, ¿Porqué me persigue? Y preguntó: “¿Quién eres, Señor? Y El: “Yo soy Jesús, a quien tú persigues, pero levántate y entra en la ciudad, y se te dirá lo que debes hacer”. En este texto llama la atención el hecho de que la voz celestial repita el nombre (hebreo) de Pablo dos veces consecutivas. Este fenómeno estilístico resulta con frecuencia un indicio muy valioso para la investigación crítica de las formas. Hay en efecto en la Biblia otros textos en que se repite también el nombre dos veces consecutivas y que pueden servir para una comparación, que ha de ser lo mas minuciosa y exhaustiva posible. Para ello, el exegeta en cuestión tiene que repasar toda la Biblia, porque no hay manual de concordancias bíblicas que recoja fenómenos estilísticos como el de la reiteración del nombre. A este respecto no cabe, al menos por ahora, recurrir a una computadora. Pero el trabajo de repasar y releer toda la Biblia vale la pena, pues le lleva a constatar que la reiteración del nombre no es cosa tan rara en la Biblia. Mas todavía, en una buena parte de los textos bíblicos, en los que aparece una reiteración consecutiva del nombre, se habla, como en el pasaje citado de los Hechos de los Apóstoles 9, 3 – 6 de apariciones. Son textos de apariciones. Estos textos de apariciones con reiteración del nombre acaparan naturalmente la atención. Si se someten a un análisis minucioso y se comparan detenidamente, se observa que un buen número de los textos de aparición están compuestos desde el punto de vista formal de un modo semejante a Hechos 9, 3 – 6. El paralelo más interesante nos lo ofrece Génesis 46.1 – 3. Este texto reza así: “Partió Israel (Jacob) con todo lo que tenía. Llegado a Bersebá ofreció sacrificio al Dios de su Padre Isaac. Y Dios Habló a Israel en una visión nocturna, diciendo: “¿¡Jacob, Jacob!”, y el respondió: “¡Heme aquí”. Dios continuó: “Yo soy Dios, el Dios de tu Padre. No temas descender de Egipto, por que allí haré de ti un gran pueblo”. El texto del Antiguo testamento y del Nuevo testamento obedecen al siguiente esquema: “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

21


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 1) 2) 3) 4) 5) 6) 7) 8)

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Descripción de la situación. Introducción del discurso. Doble apelación por parte del que se aparece. Introducción del discurso. Pregunta del hombre. Introducción del discurso. Auto presentación del que se aparece. Misión encomendada al hombre.

Una semejanza tal en el esquema de varios textos de apariciones, que observamos en pasajes bíblicos totalmente distintos, no puede ser evidentemente una mera casualidad. Una investigación interior nos hace ver que, en otros textos judíos, que no pertenecen a la Biblia, las narraciones de las apariciones se ajustan también al mismo esquema formal. Ya no cabe duda alguna: En el antiguo testamente y en la literatura judía hubo manifiestamente un esquema sólidamente articulado que servía para narrar con viveza el diálogo entre un aparecido celeste y la persona beneficiada con la aparición. Es un esquema que también se encuentra en el Nuevo Testamento, y desde luego, en los Hechos de los Apóstoles. Resultado: se ha descubierto un nuevo esquema o forma, cuyo conocimiento preciso será de suma importancia para entender y juzgar el texto de aparición en cuestión. Hemos entendido las formas o esquemas pero ¿Para qué?, Para llegar a la intención literaria, que era lo que el autor quería decir porque algunas intenciones son: Informar, narrar, instruir, predicar, acusar, exhortar, mandar, confesar. De todos modos, hoy no se concibe una exposición del pensamiento bíblico, pasando por alto la variedad y multitud de las formas y géneros literarios de la Biblia. Es imposible, naturalmente que en las páginas siguiente atendamos a todos los géneros y formas, pero abordaremos al menos los más importantes y nos familiarizaremos de algún modo con el lenguaje de las Sagradas Escrituras. PARÁBOLA Comenzaremos con el género de la Parábola que resulta muy instructivo para aprender el modo de expresar la realidad, observado en la Biblia. Como punto de partida tomaremos una parábola de Jesús, concretamente la tan conocida del sembrador. En la versión de San Marcos dice así: “Escuchad. Salió a sembrar un sembrador, y al sembrar, parte de la semilla cayó junto al camino, y vinieron las aves y se las comieron. Otras parte cayó en un pedregal, donde no había mucha tierra y brotó en seguida, porque la semilla no tenía profundidad en la tierra, pero en cuanto salió el sol la abrazó y se secó por no tener raíz. Otra cayó entre espinos, y al crecer los espinos, la sofocaron y no dio fruto. Otra parte, en fin, cayó en buena tierra y dio fruto lozano y crecido, produciendo unos granos treinta; otros sesenta, y otros ciento. Y añadió: “¡El que tenga oídos para oir, que oiga!” (Mc. 4, 3 – 9). En nuestro tiempo que un sembrador eche semilla en el camino, sobre las rocas, es inconcebible, sobre los espinos sería inconcebible, pero dentro del contexto de la antigua civilización palestinenses esto era costumbre, pues primero echaban la semilla y luego araban. Jesús por consiguiente, refleja en la parábola del sembrador las condiciones desfavorables y las dificultades que amenazaban en aquel tiempo a la sementera palestinense. Describe cosas que eran familiarísimas a cualquier campesino de entonces. Y lo dice al fin de la parábola, lo sabía también cualquiera, porque lo había experimentado con frecuencia y lo había vivido muchas veces como un milagro: Pese a todos los enemigos que amenazan a la sembradura, pese a los bichos y animales, pese a la pobreza del terreno y a los abrojos, se logra al fin una abundante cosecha. Una parte, en efecto, da el treinta por ciento, otra el sesenta y otra el cien por ciento. Con esta parábola, Jesús quiere decir lo siguiente: Ocurre con la venida del reino de Dios lo que con la sementera y la cosecha; a pesar de todas las enemistades y resistencias que se oponen a su predicación y a su acción, más aún, a pesar de que por el momento la cosa parece sin perspectiva y sin asomo de la “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 22


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

realidad, el reino de Dios llegará al fin con una plenitud y esplendor inesperados. Tal es el contenido de esta parábola. Y vamos ahora a ocuparnos de su forma. ¿En qué se conoce que la narración o historia del intrépido sembrador es una parábola? En primer lugar, naturalmente, en que san Marcos dice poco antes de narrarla: “Les enseñaba muchas cosas en Parábolas, les decía en su enseñanza ....” (Mc 4, 2). Es evidente que los evangelistas mismos nos lo avisan. Pero podemos suponer también, sin miedo a equivocarnos, que Jesús mismo comenzaría la historia del sembrador de tal forma que los oyentes se dirían sin más para su capote: “¡Va a contarnos una parábola” Quizá la situación misma en que la narraba y el tono empleado bastaban para conocer que se trataba de una parábola todo el discurso siguiente. De hecho, la tradición ha recogido toda una serie de fórmulas especiales de exordio. Por ejemplo: “¿Con qué compararemos el reino de Dios o con qué parábola lo expondremos? Es como un grano de mostaza que ....”(Mc 4, 30 – 31), o mas breve: “¿A qué compararé el reino de Dios? Es como la levadura que una mujer.......! (Lc. 13, 20 – 21) Y más breve todavía: “El reino de Dios es como un hombre que echa una semilla.....” (Mc. 4, 26). A las parábolas que se inician en estos términos, se les ha llamado parábolas de “dativo inicial”. Su exordio se reduce a la siguiente fórmula: “Voy a referiros una parábola. ¿Con qué puede compararse la materia de la que vamos a hablar? Es comparable a............” Otra forma con que pudo Jesús haber comenzado sus parábolas es la forma interrogativa. Tal es el caso, por ejemplo de la dracma perdida: “¿Qué mujer que posee diez dracmas, si pierde una, no enciende una luz y barre la casa y la busca cuidadosamente hasta encontrarla? Y cuando la encuentra, llama a sus amigos y vecinas diciendo: “regocijaos conmigo, por que he encontrado la dracma que perdí”. (Lc. 15, 8 – 9). Cuando la narración comenzaba con esta forma interrogativa, los oyentes sabían que se trataba de una parábola. Pero no todas las parábolas de Jesús comenzaban con un “dativo inicial” o con una forma interrogativa. La parábola del sembrador, por ejemplo, comienza llana y lisamente: “Salió un sembrador a sembrar”. El protagonista de la parábola aparece, pues, en nominativo, y el resto discurre como una narración corriente. Hay un buen grupo de parábolas bíblicas que comienzan así y se les ha llamado “parábolas de nominativo inicial”, Ejemplos: “Un hombre bajaba de Jerusalén a Jericó .......” (Lc 10, 30). “Un hombre daba una gran cena.....” (Lc 14, 16). “Un hombre tenía dos hijos .....” (Lc 15, 11). “Un hacendado tenía un administrador.....” (Lc 16, 1). “Había un hombre rico que se vestía de púrpura.....” (Lc 16, 19). “Dos hombres subieron al templo a orar.....” (Lc 18, 10). ¡Había en una ciudad dos hombres.....” (2 Sam. 12, 19. “Había en una ciudad un juez....” (Lc 18, 2). Evidentemente , también esta manera de comenzar las parábolas es formularia y delatadora. Los oyentes suponían con toda seguridad que se encontraban ante una parábola cada vez que la narración comenzaba con un nominativo así, desde principio, y con una acción que, sin largas introducciones, iba al grano. ¿Se pueden señalar, partiendo de la parábola del sembrador, otras características que sirven para detectar el género literario parabólico de otras narraciones? Hay por lo menos otra característica que no conviene pasar por alto: aunque la parábola se narre como una historia, como algo que ocurrió a un agricultor en una sementera y en una cosecha, se nota que todos sus detalles y circunstancias, desde la primera frase hasta la última, se reducen a cosas ordinarias, típicas y cotidianas. La parábola habla de sembrar, de la suerte de la simiente, de los peligros de la siembra y del resultado de la cosecha. Lo mismo sucede en otras muchas parábolas de Jesús, en que se refieren cosas sabidas por todos, cosas que ocurren en todas partes, cosas que se repiten constantemente. Hablan del crecimiento de la “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 23


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

siembra; de los abrojos en el trigal; del fermento en la masa de harina; de la pesca por el arte de la red; de la de la construcción de una torre y de los estrategas; de los niños que juegan; de la alegría al encontrar el dinero perdido; de cómo se guarda el tesoro escondido, de lo que se hace con la higuera que no da fruto. Las cosas referidas en estás parábolas están a la orden del día, las saben todos, están sujetas a las leyes comunes y ordinarias, son de la vida cotidiana. Aquí radica precisamente el vigor argumentivo y didáctico de la parábola: nadie puede impugnar el curso cotidiano de las cosas. Por consiguiente, una característica de muchas parábolas de Jesús es su referencia a las cosas comunes y cotidianas. Sólo este hecho bastaría para hacernos pensar que se trata de parábolas. Por lo demás, esta característica explica la razón de que las parábolas de Jesús sean generalmente tan cortas y concentradas: un narrador no se detiene a escribir las cosas comunes que ocurren con frecuencia y son conocidas de los oyentes, una sola frase basta para evocarlas. Conviene decir que se desprende que hay parábolas que pueden reconocerse como tales por su comienzo o por lo típico de su contenido, y hay también parábolas que ocultan al principio su género literario, que juegan intencionadamente con la forma de una noticia y que, para identificar su carácter parabólico, hay que atender a la situación y a las circunstancias concomitantes. Teniendo en cuenta todas estas consideraciones sobre la forma de las parábolas, estamos armados para abordar la cuestión que más nos interesa aquí: ¿Qué relación hay entre la parábola y la realidad histórica? Esta pregunta está justificada, porque la parábola cuenta una historia. Y la cuenta a menudo con un dramatismo extremo y un interés cautivador. Tanto, que en un primer momento hace pensar que se trata de sucesos verídicos. La parábola del sembrador, por ejemplo, no muestra el menor interés en describir las vivencias concretas de un determinado campesino que vivía en un lugar de Palestina. No obstante, todas las parábolas bíblicas tiene algo que ver con la historia: La parábola del sembrador habla de un acontecimiento real, pues habla de cómo crece el reino de Dios pese a todas las resistencias y dificultades y viene a nosotros como una cosecha abundante. Tampoco nos predican ideas religiosas universales o abstractas. Reflejan sencillamente en imágenes, como una pantalla, un acontecimiento que está sucediendo de hecho o se ha realizado ya. En definitiva, las parábolas de la Biblia hablan de un acontecimiento real, pero lo narran, no a nivel de historia, sino de imagen. Y otro tanto ocurre con otras muchas formas bíblicas de género narrativo. En las páginas siguientes analizaremos unos relatos de enorme relieve plástico e intuitivo que, sin embargo, no pretenden en absoluto, o al menos no es primera instancia, describir unos hechos reales, sino transmitir una realidad más profunda. Esto, en principio, resulta claro para el género literario de las parábolas. En otras narraciones de la Biblia es más difícil, al parecer, dar con la intención del escritor. Tal es el caso de los géneros literarios que veremos la próxima clase. CUESTIONARIO No. 4 1.

¿Qué sentidos existen para la lectura de la Biblia?

______________________________________________________________________________________________________ 2.

¿En cuántos sentidos se divide el Sentido Espiritual?

______________________________________________________________________________________________________ 3. ¿En qué consiste el método Histórico – Crítico? ______________________________________________________________________________________________________ 4.

¿Cuáles son las principales aproximaciones? “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

24


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

______________________________________________________________________________________________________ 5. ¿Cuál es la característica principal de los textos de aparición? Enumere sus partes. ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 6. ¿Cómo empiezan las parábolas de “dativo inicial”? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 7. ¿Cómo empiezan las parábolas en forma interrogativa? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ¿Cómo empiezan las parábolas de nominativo inicial? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ¿Qué relación hay en definitiva entre parábola y la realidad histórica? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ TALLER SOBRE EL TEMA 1.

Leer, releer el trozo Bíblico Jn. 14, 7 – 14.

2.

Reflexiona unos minutos sobre lo que mas te llama la atención. Repetir de memoria en la boca, lo que fue leído y comprendido. Rumiarlo hasta que de la boca y de la cabeza pase al corazón y entre al ritmo de la propia vida.

3.

Comenta con tus hermanos de grupo sobre lo anterior, lo que te habla o pretende decirte el Señor.

4.

Al relacionar el texto con tu vida: ¿Qué debes cambiar o mejorar?

5.

El grupo hará oración, dándole gracias por lo que ha podido descubrir en él la voluntad del Señor; y/o preguntarle acerca de la palabra. (Ej. ¿qué quieres tu de mi Señor?).

6.

Guardar unos minutos de silencio en el cual permitas una elevación de todo tu ser a Dios.

7.

Hacer un plenario, recogiendo las experiencias de este taller.

8.

Oración final de acción de gracias.

LECTIO DIVINA

TEMA No. 6: EXÉGESIS HISTÓRICO CRÍTICA (Continuación) NARRACIÓN DIDÁCTICA

(Lectio) El libro más grandioso de la narración didáctica es el libro de Jonás. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

25


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

En la narración didáctica se arreglan, se ordenan los acontecimientos para disponer al lector al momento culminante en donde viene la enseñanza. La última escena, en que Dios y Jonás solos dialogan frente a frente, demuestra con toda claridad que se trata de una narración didáctica. Esta escena en que Jonás reclama a Dios por un árbol de ricino que él no plantó, ni cuidó, da lugar a que Dios le de el más largo discurso de todo el libro, donde Dios justifica su misericordia con la ciudad de Nínive. El libro de Jonás es una narración didáctica es decir una ficción narrativa, que proviene de las intenciones didácticas del autor. El gran pez, por ejemplo, desempeña la misma función que la planta del ricino, el gusano y el viento de este: tiene que llevar al Jonás renuente y recalcitrante a donde Dios quiere, es decir prepara al lector para la escena final donde viene la enseñanza. Es significativo, por ejemplo como introduce el rey asirio. No menciona para nada su nombre y a pesar de ser una narración tan concreta, aparece como un personaje descolorido y sin relieve; ni siquiera le llama rey de Asiria, como es costumbre en el Antiguo Testamento, sino rey de Nínive. Y de Jonás no se sabe ni quien fue su familia ni que fue de él después de este episodio. LA SAGA La saga es sencillamente una narración que durante un largo período de tiempo se transmitió oralmente, (es decir, que realmente se “contaba”), y que conservaba de generación en generación las vivencias históricas de un pueblo, de una tribu o clan. En las vivencias así contadas se identificaban las generaciones posteriores con las anteriores. En este sentido son sagas casi todas las historias de los Patriarcas y mil otras narraciones del Antiguo Testamento, Su verdad no se reduce simplemente a la verdad del hecho bruto externo ni tampoco a una verdad puramente espiritual e interna como en el libro de Jonás. Entre líneas, las narraciones de los patriarcas refieren historias realmente vividas que sin embargo no se identifican al pie de la letra con la pura historia. Abraham, Isaac y Jacob son personajes históricos, pero al mismo tiempo sus figuras grandiosas se nos presentan poéticamente interpretadas a través de lo que Israel a vivido y experimentado a lo largo de los siglos, a saber: que Dios le ha llamado, escogido y guiado; que Dios es fiel a sus promesas a pesar de las deficiencias y apostasías de Israel; que Dios puede conducir a su pueblo por caminos tenebrosos, si bien todos ellos acabarán por alumbrarse, transformándose los sufrimientos en bendiciones. La historia del sacrificio de Isaac es una de las obras maestras del arte narrativo Israelita. El tema es inaudito y tremendo. De hecho, el relato no resta un ápice a la grandeza singular del acontecimiento, pero la narración se desarrolla con serenidad y sencillez. No falta el dramatismo, pero no es un dramatismo que aparece a flor de agua, sino que acecha desde el trasfondo, oculto en la escueta y sobria relación de los acontecimientos. Nosotros sabemos que es una saga por: 1. La narración del sacrificio de Isaac no pretende sólo ilustrar e instruir, sino ofrecernos auténtica historia. 2. Esta historia es antiquísima y, antes de ponerla por escrito, se transmitió largo tiempo por tradición oral. 3. Pretende referir en un fragmento de la historia de la familia de Abraham un fragmento de la historia de Israel. Todo esto muestra patentemente que nos encontramos con un género literario completamente distinto de la narración didáctica del libro de Jonás. NARRACIÓN HISTÓRICA “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

26


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Si estudiamos la “historia” de la sucesión al trono de David sería impensable que Dios hablara desde el cielo. Tampoco obra milagros para dirigir la historia. Todo cuanto sucede aparece esta vez articulado en una trama de causas y efectos intra mundanos. El autor introduce en escena a las diversas personas y a los diversos grupos en sus constelaciones sociales ¡Una diferencia decisiva respecto a las Sagas de los Patriarcas!. Vemos aquí que una historia concebida como historia realmente mundana, es ni más ni menos el presupuesto básico para una auténtica historiografía, la forma de historiografía bíblica es una narración histórica. Sin embargo tampoco debe pasarse por alto que incluso en esta forma de historiografía bíblica (narración histórica), todos los acontecimientos están abiertos a Dios y son dirigidos por El. El pueblo judío no sabía de una historiografía puramente intra mundana. Dios está siempre presente y actuando en la historia, y abarca todo acontecimiento. A pesar de todo, salta a la vista la diferencia con la saga del sacrificio de Isaac, y en general de los Patriarcas. En la narración histórica se toma en serio la historia como resultado de causas mundanas y se nos presentan como tal. La historia de la sucesión al trono de David tiene una intención política concreta; legitimar la subida de Salomón al trono. Su forma de expresarse, su estereotipo nos revela que su autor tuvo que ser un personaje culto de la corte de Salomón (hacía 970 – 930 a.c.) , testigo ocular sin duda, pero que disponía también materiales de archivo y de otros muchos testimonios orales, que sentía un interés singular por la historia del reino recién fundado, como lo sentía también por coleccionar y clasificar tradiciones anteriores. Su obra en todo caso, es desde un principio una obra literaria. Si, a pesar de todo, hablamos de narración histórica y no sólo de una narración es que en esta artificiosa y conscientemente rompen reiteradas veces el hilo de la narración las reflexiones y los juicios del escritor; mientras que en la narración histórica se narra siempre una historia viva, intuitiva, concreta y el “narrador” desaparece tras la narración, lo que desde luego, tiene sus ventajas y desventajas. Desventajas: La narración pura tiene que estabilizar siempre la realidad. Tiene que dejar fuera de juego muchas cosas. Tiene que simplificar mucho. Sólo indirectamente asoma el juego del autor. No da cuenta de sus fuentes y de la garantía de sus informaciones. Pero sus inestimables ventajas son el colorido, la vivacidad, el dramatismo, la claridad intuitiva. La narración histórica es capaz de captar al lector y hacerle pensar. Y sobre todo, resulta muy difícil olvidarle. Pues lo que dice, lo dice con una densidad y profundidad que escapan a un tratado puro. LISTAS La simple enumeración de una serie de nombres hace destacar un párrafo del resto del texto. Estas enumeraciones se llaman “Listas”, que se consideran, no sin razón, como un género literario peculiar. Pero no faltan listas que existen aisladamente como formas autónomas. Recordemos los censos, los libros de direcciones y de teléfonos, los diccionarios, registros e inventarios. Todos estos documentos coinciden en un determinado orden que guardan las palabras; Esto es peculiar de una lista. El género de la lista no sólo está muy difundido; es además antiquísimo. documentos escritos más antiguos de la humanidad.

Lo encontramos en los

Hay listas de reyes, de ciudades y provincias vencidas o subyugadas, de guerreros de funcionarios y objetos regalados a un santuario.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

27


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Naturalmente también encontramos listas en la Biblia, que abunda en formas estereotipadas. Especialmente en el Antiguo Testamento se presentan pruebas de ello. Puede servirnos de ejemplo una lista de los altos dignatarios y funcionarios de David, que nos transmite el libro segundo de Samuel 20, 23 – 26. Esta lista de funcionarios es, en todo caso antigua, proviene de la época de David o de Salomón. Y primeramente existió como una unidad independiente, siglos más tarde la incorporaría el autor de la obra deuterocanónica. Lo mismo ocurre con la lista que abre el capítulo 13 de los Hechos de los Apóstoles. En este caso no se trata ya de una lista de funcionarios, sino de los dirigentes de la Comunidad de Antioquia en tiempos de San Pablo: (Hch. 13, 1). También está lista es anterior a la obra a la que se halla actualmente incorporada. El autor de los Hechos de los Apóstoles la encontró ya confeccionada y la colocó en el lugar adecuado de su obra histórica. Es claro que las listas, tan antiguas y originales como las citadas, constituyen una auténtica mina para los historiadores. Nos dan mas que meros nombres. A través de los nombres recogidos y transmitidos con esmero se abre todo un panorama histórico. La lista, por ejemplo de 2 Samuel 20 arroja valiosas luces sobre el régimen administrativo de David, y la de Hch. 13, 1 nos presenta esquema de la estructura de la primitiva Iglesia antioquena: no había todavía en ella un orden institucional con un obispo al frente de la comunidad y un colegio de presbíteros y diáconos; la comunidad era regida por profetas y doctores, ósea, por carismáticos. CRÓNICAS: Íntimamente emparentado con el género literario de las listas está la crónica. Porque es cierto sentido, también la crónica es una lista. No precisamente, claro esta de personas y cosas, pero sí de sucesos y datos que se consignan con la máxima concisión posible, casi siempre repartidos en períodos de tiempo regulares. El género literario de la crónica es también antiquísimo. En las antiguas cortes orientales, se juzgó oportuno desde muy antiguo anotar a modo de crónicas los acontecimientos más importantes de un año de gobierno o de reinado, o de todo un reinado. Estas crónicas se conservaban junto con las listas y los documentos en un archivo registro. Además, los grandes santuarios, que eran instituciones estatales, llevaban su propia crónica y tenían su propio archivo. Naturalmente, no faltan las crónicas oficiales de este género en el palacio de David y de sus sucesores. El antiguo Testamento, menciona tres crónicas del tiempo de los reyes. Hubo un “libro de los Hechos de Salomón” (ósea, una crónica cortesana de Salomón) un “libro de los Hechos de los días de los reyes de Israel” (ósea, una crónica cortesana del reino del Norte); y un “libro de los hechos de los reyes de Judá” (ósea una crónica cortesana del reino del Sur). Por desgracia, no nos han llegado ninguna de estas tres crónicas. Pero el autor de la obra histórica deuteronómica incorporó una parte de ellas a su relato, o al menos la utilizó en extractos. Las crónicas no se tratan de una mera narración, el texto recoge datos y hechos de un prolongado espacio de tiempo y los presenta simplemente uno tras otro. UNA VEZ MAS ESENCIA Y PECULIARIDAD DE LA NARRACIÓN HISTORICA Los hechos sobriamente formulados, pueden constituir sin más un informe. Tal informe reflejaría incluso lo característico de todo acontecer histórico real: la contingencia y la casualidad de los sucesos.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

28


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

En el prendimiento de Jesús según San Marcos el episodio del Joven que huye desnudo, concuerda perfectamente con el carácter contingente y accidental de los acontecimientos. A pesar de la gravedad de la situación, no deja de tener su ribete cómico, razón sin duda, por la que lo omitirían los demás Evangelistas. ¿Qué tendría que decir semejante episodio en una historia de la salvación? Sin embargo este es el cariz que presentan los hechos, cuando nos limitamos a notificarlos con precisión y exactitud. Por tanto se podría decir que San Marcos refleja el prendimiento de Jesús en la forma de una noticia informativa. Sin embargo si seguimos analizando, vemos que la narración del prendimiento de Jesús no es una noticia, ni un relato informativo. No lo es en ninguno de los Evangelistas, ni siquiera en San Marcos. Se trata, por el contrario, de una narración dirigida a captar el acontecimiento en profundidad, e iluminar su trasfondo, a hacerlo comprender a la luz de la fe. Es que en estos textos, se ve el esmero con que han sido trabajados y la enorme distancia que hay entre un texto así, y la seca enumeración sucesiva de unos hechos sin más conexión que la cronológica. En el texto del prendimiento de Jesús se ve que hay una ordenación de episodios, pero cualificado con vistas a las intenciones del narrador. En contraste con la noticia, la narración histórica interpreta los hechos históricos. Esta ordenación de los hechos y la simultánea interpretación de los mismos caracteriza a toda la historia de la Pasión, y más aún, constituye una dimensión esencial de la mayoría de las narraciones evangélicas. Naturalmente, la mezcla de la mera noticia con su interpretación no se atiene siempre a la misma dosis. Unas veces predomina un elemento, otras del otro. Pero jamás vemos en el evangelio la noticia escueta, el informe que reproduce la materialidad externa de los hechos renunciando a toda interpretación. ¿Qué sabríamos si se hubiera filmado la Pasión de Jesús? Por su puesto, un montón de detalles. Pero ignoraríamos el fondo del acontecimiento.. Las dimensiones profundas de la historia, su misterio y sentido íntimo sólo son accesibles mediante la interpretación y la aclaración. Hay que hurgar los hechos. Y con esto llegamos a la razón profunda de que no podía bastar ni satisfacer a la Iglesia Primitiva los géneros literarios que llamamos crónicas o noticiarios. A la Iglesia Primitiva le embargaba y preocupaba hondamente el sentido salvífico de lo sucedido en el Gólgota y la inteligencia de la vida de Jesús a través de la fe. Para esta labor no sirve sino los géneros literarios en que tienen cabida la interpretación y exposición de los hechos a través de la fe: fue bien tal es el caso de la narración histórica. ANUNCIO Y LLAMADO Al estudiar la narración del anuncio del nacimiento de Jesús y comparándolo con la escena del prendimiento de Jesús de marcos 14, choca en ella inmediatamente la ausencia de lo que allí nos llamaba la atención: Lo inesperado y la “ilógica” de los episodios, esos rasgos casuales, insignificantes y en el fondo baladíes, que descubríamos sobre todo en el episodio del joven que huyó desnudo. En este texto (de la anunciación) todo tienen un sentido profundo, todo se halla en un contexto de trama indisoluble, todo se desarrolla con una claridad maravillosa. Si nos preguntamos de donde le viene a la narración semejante nitidez y transparencia, la respuesta es fácil: basta observar que sus elementos apenas si tienen una concreción histórica. El carácter constructivo de la narración brilla todavía con mayor claridad al constatar que los elementos del diálogo entre el Ángel Gabriel y la Virgen María proceden, en su mayor parte, del Antiguo Testamento. Existían ya como formas estereotipadas al uso. El carácter constructivo d la narración se transparenta plenamente al analizar la estructura del diálogo en su conjunto. No puede menos de admitirse que el anuncio del nacimiento de Juan en Lucas 1, 5 – 20 y el anuncio del nacimiento de Jesús en nuestro texto obedecen rigurosamente a un esquema único: “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 29


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 1) 2) 3) 4)

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Aparición de un ser celeste. Anuncio del nacimiento de un hijo. Imposición del nombre. Revelación de su futuro.

¿De donde proviene este esquema, cuyos elementos y cuya construcción no son evidentes en absoluto? La respuesta es sencilla y la exégesis bíblica la conoce desde hace tiempo: El esquema proviene del Antiguo Testamento, donde hallamos numerosos textos en que se predica y anuncia el nacimiento de un niño. Los exegetas hablan por esta razón de “esquemas de anunciación”. El esquema de anunciación, de todos modos, no nos aclara más que la composición o estructura de la primer mitad de la narración. A continuación, María expone sus dudas y recelos, el ángel los disipa y da a maría una señal donde reconocer que Dios cumplirá sus asertos. ¿Hay también en el Antiguo Testamento un esquema estereotipado, al que pueda ajustarse esta segunda parte de la narración?. Si lo hay, la garantía dada por Dios mediante una señal es un elemento constante en los relatos de vocación que encontramos en el Antiguo Testamento. Estos relatos de vocación obedecen con frecuencia al siguiente esquema: 1. 2. 3. 4.

Dios hace su llamada. El llamado expresa sus dudas. Dios las disipa con una aclaración Dios avala su aclaración mediante una señal.

Resulta, por consiguiente, claro que el conjunto da la narración de Lc. 1, 26 – 38, se compuso a base del Antiguo Testamento. El autor no se contentó con tomar del Antiguo Testamento unas fórmulas estereotipadas (ejemplo: “Nada hay imposible para Dios”); ajustó además su narración a un esquema ya existente en el Antiguo Testamento, o mejor dicho, se atuvo a dos esquemas veterotestamentarios combinándolos: ESQUEMA DE VOCACIÓN a)

Esquema de Anunciación 1) 2) 3) 4) 5) 6) 7)

aparición de un ser celeste. Anuncio del nacimiento de un niño. Imposición del hombre. Revelación de su futuro. Dudas del hombre. Aclaración que disipa las dudas. Signo fehaciente.

Sólo después de haber desvelado así la estructura íntima de la narración de la anunciación a María, cabe explicarse por que resulta tan homogénea, tan transparente y tan lógicamente articulada, esta narración no pretende describir la realidad con sus avatares y contrariedades; aspira únicamente a captarla a base de unas estructuras fijas y de unos elementos formales acuñados, que provienen del antiguo Testamento. ¿De qué se tratan estos esquemas? ¿Cuál es su intención específica? ¿Dónde está su sentido esencial? La respuesta concerniente al esquema de anunciación no es difícil. El hecho de anunciar mediante una aparición celeste la venida de un niño a este mundo no puede tener otro sentido que manifestar la importancia del niño en la historia de la salvación. La salvación, en efecto, está en juego, y la esencia de la narración se concentra en el cuarto apartado del esquema anunciatorio, donde se descubre el futuro del recién nacido o del que está por nacer. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 30


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Evidentemente, no faltan en la Biblia otros géneros específicos, que se suman a los narrativos. Pero interrumpimos aquí su recuento y análisis, para echar una ojeada a un género, que no relata acontecimientos, sino que recogen sentencias y discursos. Todos los análisis que hemos hecho hasta ahora sobre las formas literarias bíblicas a base de textos concretos han desembocado en la misma cuestión: ¿histórico o no histórico? La crítica de las formas y géneros literarios nos han servido de instrumento decisivo para saber si se trata de un acontecimiento realmente ocurrido, o bien si las palabras en cuestión fueron pronunciadas realmente como el texto lo indica. Todo ello podría conducir fácilmente a una impresión falsa, como si la crítica de las formas fuera el instrumento metodológico específico para distinguir lo histórico de lo no histórico. En realidad, esta impresión no haría mas que violentar las cosas, con ayuda de la crítica de las formas y géneros literarios cabe en muchas ocasiones discernir si un acontecimiento ocurrió o no de la manera que describe. Pero este discernimiento no basta por principio para decidir la historicidad de dicho acontecimiento. Pudiera ser, en efecto que el autor se sirviera de formas acuñadas y estereotipadas para transmitir hechos reales. En tal caso sería peligroso deducir la no historicidad del contenido relatado, basándose exclusivamente en la presencia de un esquema prefabricado. Así pues, conviene poner bien de relieve que las críticas de las formas y géneros literarios jamás deciden por sí solas las cuestiones históricas. Su misión específica es otra: descubrir el fin y la intención de un texto. Tiene que demostrar lo que el texto pretende, dónde yace su sentido central y qué lenguaje emplea. Por consiguiente, la crítica de las formas se aplica igualmente a los casos en que no interesa en primer término la historicidad de un acontecimiento. Las sentencias de Jesús Mt. 22, 14 “Muchos son los llamados, pero pocos los elegidos” y Mt. 1, 24 “Os digo que es más fácil que un camello pase por el ojo de una aguja que un rico entre en el Reino de los Cielos” tiene de común su forma breve y concisa la contraposición antitética de dos situaciones y un extremismo pronunciado. Y teniendo esto en cuenta; hemos de preguntarnos que intención peculiar encierra un lenguaje de tales características. Hemos visto en páginas anteriores que nuestro lenguaje se presta a mil diversos objetivos. Puede: 1)

informar confesar interpelar

2)

instruir conjurar exhortar

3)

cuestionar asegurar mandar

4)

notificar anunciar prohibir

5)

narrar lamentar formar la comunidad

6)

describir acusar romper la comunidad “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

31


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 7)

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

alabar animar

¿Qué pretenden las sentencias arriba mencionadas? No, ciertamente, exponer o cuestionar fríamente el tema; en caso contrario, estarían fuera de lugar unas imágenes y unas antítesis tan pronunciadas. Tampoco pretenden alabar, confesar o proclamar un dogma. Su objetivo tampoco consiste en formar o romper la comunidad. Tratan, evidentemente, de exhortar e interpelar, pero sin olvidar su carácter provocativo de reto. RECOMENDACIÓN: En este tema hemos echado un vistazo general a las formas de la Biblia, el lector se verá sorprendido por la riqueza de formas y géneros literarios que saldrá a medida que siga su lectura, no se desaliente, cuanto más maneje la Biblia, con mayor claridad notará los diversos géneros y con más rapidez percibirá su aplicación y la intención literaria que se esconde tras ellos. Nada agudiza tanto este sentido y nada es tan insustituible como la lectura frecuente y periódica. El vasto e inconmesurable panorama de la Biblia se presenta así como un mapa en colores y relieves, y los estratos de su formación van apareciendo cada vez más claros y definidos. No siendo especialista, el lector ignorará acaso, los nombres de ciertas formas de lenguaje, pero las reconocerá intuitivamente y las entenderá, incluso sin instrumental científico.

EJERCICIOS: Por lo expresado en la recomendación anterior lo principal es la práctica para poder reconocer los géneros por lo tanto en este tema no habrá cuestionario sino sólo práctica. Entramos en la parte más importante y más difícil de los Ejercicios. Hemos escogido 20 textos del Antiguo Testamento y Nuevo Testamento. Algunos de ellos se reducen a una frase. Procura definir el género y la intención literaria de cada texto, averiguando además a qué libro bíblico pertenecen. Consigna los resultados en las casillas correspondientes que hemos puesto al pie de cada texto. Por ejemplo: “Padre nuestro, que está en los cielos, santificado sea tu nombre venga tu reino....” ORACIÓN

-------- PLEGARIA ------------MATEO

Género Inten. Litera Lugar Biblia Para facilitar estos ejercicios, te diremos que los textos aducidos pertenecen a los siguientes géneros literarios (no te fíes del orden en que los mencionamos): predicción, parábola de dativo inicial, proverbio, lista, noticia de una visión, carta, canción de amor, parábola de nominativo inicial, imprecación, himno, elegía, sentencia profética, oración, discurso de revelación, sentencia jurídica o legislativa, exhortación, diario de viaje, anunciación, crónica, bienaventuranza o macarismo. 1.

“Yo soy el pan de vida. El que viene a mí, no tendrá más hambre, y el que cree en mí. No volverá a tener sed....

Género: Internción Lt.: Lugar de la Bíblia:

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

32


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

2. “Zarpando, pues, de Tróade fuimos derechos a Samotracia, y al día siguiente a Neápolis y de allí a Filipos, la primera ciudad de esta parte de Macedonia, colonia en la que permanecimos algunos días....” Género: Intenc. Literar: Lugar de la Bíblia: 3. “En cuanto al hombre que comete adulterio con una mujer casad: el hombre que comete adulterio con la mujer de su prójimo será castigado con la muerte, él y la mujer.” Género: Intenc. Literar: Lugar de la Bíblia: 4. “En verdad, en verdad te digo: esta misma noche, antes de que cante por segunda vez el gallo, me negarás tres veces....” Género: Intenc. Literar: Lugar de la Biblia: 5. Mejor es ser pobre y sano, que rico y enfermo.” Género: Intenc. Literar: Lugar de Bíblia: 6. El año cuarto del rey Exequias, es decir, el séptimo año de Oseas, hijo de Ela, rey de Israel, subió Salmanasar, rey de Asur, contra Samaria, y le puso cerco. Fue tomada al cabo de tres años....” Género: Intenc. Literar: Lugar de Bíblia. 7.

“¡Venid, cantemos gozosos a Yavé, aclamemos a la roca de nuestra salvación!. Con alabanzas vayamos ante él, aclamémoslo con cánticos. Porque es Yavé un dios grande, un rey grande sobre todos los dioses....”

Género: Intenc. Literar: Lugar de Bíblia: 8. “Guías ciegos que coláis un mosquito y os tragáis un camello.” Género: Intenc. Literar: Lugar de Bíblia: 9. “Los hijos de Israel fueron doce. Hijos de Lía: Rubén el primogénito de Israel, Simeón. Hijos de Raquel: José y Benjamín, Hijos de Bala, la sierva de Raquel: Dan y Neftalí. Hijos de Zelfa, la sierva de Lía: Gad y Aser. estos son los hijos que le nacieron a Israel en Padán Aram.” Género: Inten. Literar: Lugar de Bíblia: “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

33


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 10.

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

“Dichoso el seno que te llevó y los pechos que te amamantaron.” Género: Inten. Literar: Lugar de Bíblia:

11.

“Te arrastrarás sobre tu vientre y comerás del polvo de la tierra todos los días de tu vida.” Género: Inten. Literaria: Lugar de Bíblia:

12.

“El reino de Dios es como un hombre que echa una semilla en la tierra. El hombre duerme y despierta, se hace noche y se hace día, la semilla, sin que él sepa cómo germina y crece...” Género: Intenc. Literari: Lugar de Bíblia:

13.

“Ay, cómo está postrada en soledad, la ciudad tan populosa! Como una viuda se ha quedado la grande entre las naciones. La señora entre las provincias ha sido sometida al tributo. Llora a raudales en la noche y las lágrimas surcan sus mejillas. Nadie hay que la consuele entre todos sus amantes; la han traicionado todos sus aliados, se le han vuelto enemigos.” Género: Intenc. Literaria: Lugar de Bíblia:

14.

“Había en una ciudad un juez que no temía a dios, ni respetaba a los hombres....” Género: Inten. Literaria: Lugar de Bíblia:

15.

“¡Abba! ¿Padre! ¡Todo te es posible! Pero que no sea lo que yo quiero sino lo que quieres Tú”. Género: Intenc. Literar. Lugar de Bíblia:

16.

“Estad siempre alegres. Orad sin cesar., Dad gracias en toda coyuntura, porque esto es lo que Dios quiere de todos vosotros en Cristo Jesús. No extingáis el Espíritu. No despreciés las profecías. Examinad todo; retened lo bueno. Huid de toda especie de mal.” Género: Inten. Literar: Lugar de Bíblia:

17.

Claudio Lisias, al excelentísimo procurador Félix; salud. Los judíos se habían apoderado de este hombre y ya estaban para matarlo, cuando intervine yo con los soldados y lo libré, al saber que era ciudadano romano...” Género: Intenc. Literar: Lugar De Bíblia:

18.

“Alza la voz mi amado y me dice: “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

34


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Levántate, amada mía, hermosa mía, ven. Porque, mira, ha pasado el invierno, ha cesado la lluvia y se ha ido. Han nacido las flores en la tierra, ha llegado el tiempo de la poda; ya la voz de la tórtola se siente en nuestra tierra. Echa la higuera las yemas de sus higos, las vi{as en flor exhalan su perfume. Levántate, amada mía, hermosa mía, ven. Género: Intenc. Literaria: Lugar de Bíblia: 19.

“Cristo murió por nuestros pecados, según las Escrituras; fue sepultado y resucitó al tercer día, según las Escrituras, y se apareció a Pedro y luego a los doce”. Género: Intenc. Literar: Lugar Bíblia:

20.

“Vi un gran trono blanco y al que estaba sentado sobre el. El cielo y la tierra huyeron de su presencia, sin que se encontrase su lugar. Vi los muertos, grandes y pequeños, en pie delante del trono, y fueron abiertos los libros....” Género: Intenc. Literar: Lugar de Bíblia: bbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbbb

LOS SACRAMENTOS TEMA No. 1: INTRODUCCIÓN OBJETIVO: 

Comprender que a través de los sacramentos, también expresamos nuestra fe, nuestra creencia en Jesucristo y en su Iglesia y sobre todo recibimos la gracia de Dios. La fe, siempre sobrepasa los medios que se utilizan para expresarla. Sin embargo, la fe no puede dejar de servirse de las palabras que hablan a los hombres situados en una historia y en una experiencia concreta. No basta repetir las fórmulas de otros tiempos, pues eso hará modificar nuestro Credo, y privarle de la vida. Hay que confrontarlo; recibiendo como un cuestionamiento la vida y a la mentalidad de nuestra época, tomarlo por nuestra cuenta y expresarlo en afirmaciones nuevas y adaptadas. Hay aspectos del misterio Cristianos que no pueden ser descubiertos vitalmente en la acción, mientras que otros manifiestan en el rito y se nutren, como el amor del silencio.

ACCION DE CRISTO Los sacramentos son; en el Espíritu, acciones de Cristo, y actualización de su misterio pascual; de aquí su importancia. Aparezcan como un organismo vivo, en el que la Eucaristía es el “cuarto” y la “cima” como lo es en el conjunto de la vida Cristiana (Lumen Gentium 11). Los sacramentos están ordenados a la santificación de los hombres, a la edificación del cuerpo de Cristo, finalmente a dar culto a Dios; pero en cuanto a signos, también tiene un fin pedagógico. No “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 35


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

sólo supone la fe, sino que, a la vez, la alimentan, la robustecen y la expresan por medio de palabras y cosas; por eso su llaman sacramentos de fe. I.

DEL GESTO SIMBOLICO AL SACRAMENTO CRISTIANO

a) Símbolos y Ritos: Ofrecer flores a alguien, brindar o beber en un mismo vaso, enarbolar los colores de un equipo, ponerse el anillo en el dedo, etc. Son gestos simbólicos que quieren expresa una intención, un deseo, o efectuar un intercambio. Lo que hay de más profundo en el hombre, se expresa en este tipo de lenguaje, y trata de llegar hasta el destinatario. En realidad, es en las relaciones interpersonales cuando los símbolos intervienen de una manera más rica, ya sea que se trata de una relación de amor, de amistad, ya de la vida, etc. En cada uno de los sacramentos, encontramos las dos funciones del símbolo: 1. Son un lenguaje: desde este punto de vista, los sacramentos expresan la naturaleza y los socios de la Alianza; Dios Trino y la humanidad por la mediación de Cristo. 2. Son gestos que pretenden realizar algo así pues, la inmersión o ablución bautismal, la comida compartida, el óleo y la imposición de las manos, etc. No son solo evocaciones, de la Alianza de Dios con el hombre; para la fe cristiana estos gestos efectúan lo que significan, son signos eficaces de la gracia, comunican la vida misma de Dios. b) Existencia Humana y Sacramentos: La vida diaria está llena de ritos y expresiones simbólicas; pero sobre todo, abundan más especialmente en los grandes días de la existencia, en esas situaciones básicas o momentos de transición, ocasión en que el individuo o la comunidad descubren que la vida humanan es un misterio y presientan que su origen y su término son algo trascendentes. Por eso en todas las religiones y aún en el hombre moderno más “desacralizado”, se ritualizan los momentos de transición, y precisamente una de las funciones de los sacramentos cristianos es la de consagrar esas situaciones básicas, como son el nacimiento, la comida festiva, el matrimonio, la entronización del jefe religioso de una comunidad, la enfermedad grave y la ruptura con la comunidad. Lo que va a especificar los sacramentos cristianos, en relación con los ritos de otras religiones o comunidades, es el hecho de que pretendan decir relación con la persona misma de Cristo único mediador de la Alianza entre Dios y la humanidad (1 Tim.) 2, 5; Heb. 8, 6; 9, 15) etc. II.

LOS SACRAMENTOS, ACCIONES DE CRISTO

Los sacramentos son siempre conferidos por un hombre; éste sin embargo, no actúa en nombre propio, sino en nombre de Cristo, los sacramentos están vinculados a la persona de Cristo, y esto según la triple dimensión de los ritos de la Alianza en la Biblia, son a la vez, conmemoración, actualización y anticipación. a) Los sacramentos don de Dios y respuesta del hombre. Gestos de la Alianza en el que Cristo de la Pascua, único mediador entre Dios y los hombres. En los sacramentos deberá evitarse toda actitud mágica, que espera una eficacia sobre natural por el mero cumplimiento del rito, independiente del compromiso de Dios y del hombre. La fe compromiso del hombre Cuando Jesús se propone curar o perdonar, o hacer un milagro, no se comporta como un obrador de prodigios, preocupado únicamente en llamar la atención, casi siempre, y los Evangelios insisten en ello, reclama adhesión a su persona, reconocimiento a su identidad de enviado de Dios, ya de parte del individuo que quiere liberar (Mt. 8, 10; 9, 22; 20, 30) como de parte de los circunstantes (por ejemplo Mc. 2, 5; 9, 23- 24; Luc. 7, 9; 8, 5) (Jn. 11, 25 – 27), Esta última indicación demuestra que la fe requerida en el hombre, si ella es personal, es también comunitaria. Esto es lo que legitima la presentación de los sacramentos de iniciación (Bautismo, Confirmación) de los niños, de los impedidos, incapacitados de dar paso por sí mismos.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

36


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Por medio de estos gestos salvíficos quiere Cristo, hoy como ayer, conducir a los hombres a dar gracias a Dios (Mt. 19, 38; Lc. 9, 16; 9, 43) y a dar testimonio de los favores recibidos de su mano (por ejemplo Mc. 3, 18 – 20). Inversamente, se verá a Jesús admirarse de la falta de gratitud de los leprosos curados (Lc. 17, 17) y no obrar milagros cuando se enfrenta a la incredulidad (Mt. 12, 38 ss; 13, 58 ss). La Gracia, compromiso de Dios En los sacramentos, gestos de la Alianza, hay que articular y no oponer el don de Dios y la respuesta del hombre, y sin perder la subordinación del uno al respecto del otro. El consentimiento del hombre no crea la gracia de Dios, sino que la recibe. Fe y sacramentos son ambos gracias de Dios. Así, pues, la fe no es ni primero ni únicamente la actitud del hombre. Esta no tiene calor salvífico, sino a partir del momento en que, por pura gracia de Dios, es asociada a la aceptación filial del Padre, vivida por Cristo. Por esta aceptación y por el don total de sí mismo en la Cruz, Cristo a llegado a ser efectivamente el iniciador y el consumador de la fe (Heb. 12, 2 ss). Esta gratuidad del don de Dios en los sacramentos está reforzada por el hecho de que no puede uno darse así mismo los sacramentos, la de manifestar a Cristo como único autor de nuestra salvación. III. a)

LOS SACRAMENTOS, DONES DEL ESPIRITU SANTO

El Espíritu Santo y el septenario sacramental de la Iglesia.

La mayor parte de los Sacramentos, incluye el rito de la imposición de las manos (o de una mano) Cfr. He 6, 6; 8, 17; 9, 17; 16, 16; 1 Tim. 4, 14; 2 tim 1, 6; Heb. 6,2); o una unción (confirmación, sacramento de los enfermos, Orden) que simbolizan la presencia del Espíritu Santo, y una oración llamada epíclesis que implora la venida. Estas indicaciones litúrgicas expresan el hecho de que en cada Sacramento Cristo resucitado comunica a los creyentes el Espíritu de Dios, que es también su Espíritu (Jn 15, 26; 16, 13 – 15; Rom. 8, 9 – 11; Gal. 4, 6; Flp 1, 14). b)

Don del Espíritu Santo y el septenario Sacramental de la Iglesia. El considerar cada uno de los sacramentos como don del Espíritu, es referirse a Cristo, no sólo como al Mesías de la historia (el sacramento como conmemoración), sino como alguien que vive y actúa en la actualidad. Esta es la 2da. Dimensión del sacramento: es la actualización de la acción salvífica de Cristo.

c)

Cristo fundador y fundamento de los Sacramentos: Fundamentos del organismo sacramental. Jesucristo es llamado el fundamento sacramental, principalmente porque, si observado que los sacramentos son gestos eficaces de la gracia no lo podrán ser sino en la medida que sean actos personales de Cristo Salvador. Esta reflexión acerca de Cristo, como fundamento del organismo sacramental, evidentemente no excluye una verificación a partir de la Escritura o de la Historia de la Iglesia, para ver si la acción sacramental de la comunidad está bien en la línea de fidelidad con la que sabemos acerca del comportamiento de Cristo. FUNDADOR DE CADA SACRAMENTO Aquí también podremos remitirnos a investigar en las Escrituras y en la Historia de la Iglesia. Pero debemos recordar que después de Pentecostés, los apóstoles investidos por el mismo Cristo con todos sus poderes de Resucitado, repitieron algunos de sus gestos y a mostrarse como los ejecutores fieles de sus órdenes “bautizando” para la remisión de los pecados como Cristo se los había prescrito; imponiendo las manos para comunicar el Espíritu; curando a los enfermos; resucitando a los muertos; lanzando a los demonios, eligiendo e instruyendo ministros para las comunidades; en fin, mostrándose fieles a “la fracción del pan”, gesto que Cristo les había mandado repetir “en memoria suya”. Bibliografía: Rey Mermet “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

37


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

CUESTIONARIO 1. La fe siempre __________________los _____________que utilizan para________________. 2. Hay

aspectos

del

misterio_________________que

ser__________________________vitalmente

en

la

no

pueden

_______________mientras

que

otros__________________________en el ______________________. 3. En cada uno de los sacramentos, encontramos dos funciones del símbolo: a)

Son un _____________________: desde este punto de vista los_________________________ Expresan la __________________y los _________________de la ____________________: Dios Trino y la _____________________por la mediación de____________________.

b)

Son________________que pretenden _________________________algo, así pues, la ____________________________________o ablución de _________________________________, la _________________compartida, el ____________y la _____________________________ No son solo evocación de _________________________de Dios con el ______________ Para la fe _______________________estos gestos _________________lo que _______________, son ________________eficaces de la ________________,comunican la _________________misma de ______________________.

4. Los Sacramentos son siempre ______________________por un hombre;

este, sin embargo,

no_________________en nombre__________________,sino en nombre _______________________. 5. Los sacramentos _____________________no son _____________________de tal o cual acción particular

de

________________,

sino

que

son

esencialmente_____________________conmemorativos del ________________________fundamental de

la

_____________________________

suceso que concentra en _____________________todos los_________________ Y ___________________del ____________________. 6. Casi siempre, y los Evangelios insisten en ello, Jesús reclama __________________ a su ________________,reconocimiento

de

su

identidad

de

___________________de___________________,ya de parte del _____________________,como parte de los _______________________. 7. El consentimiento del hombre no crea la gracia de __________________sino que la _________________fe y ___________________son ambos ______________de ___________________. 8. La

función

principal

_______________________a

del

_______________de

________________como

los

___________________es

único________________de

la

de

nuestra

___________________. 9. La mayor parte de los sacramentos ___________________el rito de la ______________________de las ________________o

una

______________,

Que

simbolizan

la

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

__________________del

38


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 ___________________y

una

oración

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1 llamada

___________________que

implora

la

____________________. 10. Cristo es llamado el fundamento_________________,principalmente porque, si observando que los ___________________son gestos _______________de la __________________no lo podrán ser sino en

la

_________________que

sean

_____________________personales

de

__________________________.

LOS SACRAMENTOS TEMA No. 2: EL SACRAMENTO DEL BAUTISMO OBJETIVO: 

Comprender QUE EL Bautismo, es el fundamento de toda la vida cristiana, el pórtico de la vida en el Espíritu, y la puerta que abre el acceso a otros sacramentos.

MIEMBROS DE CRISTO Por el sacramento del Bautismo, somos liberados del pecado y regenerados como hijos de Dios, llegamos a ser miembros de Cristo y somos incorporados a la Iglesia y hechos partícipes de su misión. EL NOMBRE DEL SACRAMENTO La palabra Bautismo, proviene del griego: BAPTIZEIN, que significa sumergir, introducir dentro del agua; la “inmersión” en el agua simboliza el acto de sepultar al catecúmeno en la muerte de Cristo, de donde sale por la resurrección con El (Rom, 3 – 4; Col 2, 12) como “nueva criatura (2 Co 5, 17; Gal 6, 15). A este sacramento, también se le llama “baño de regeneración” y de “renovación del Espíritu Santo” (Tt 3, 5) porque significa y realiza ese nacimiento del agua y del Espíritu, sin el cual “nadie puede entrar en el Reino de Dios” (Jn 3, 5). Este baño, es llamado también de iluminación, porque habiendo recibido en el Bautismo al Verbo, “la luz verdadera que ilumina a todo hombre” (Jn 1, 9) , el bautizado tras haber sido iluminado (Hb 10, 32), se convierte en “hijo de la luz” (1 Ts 5, 5), y en “luz” el mismo (Ef 5, 8). EL BAUTISMO EN LA ECONOMÍA DE LA SALVACIÓN Prefiguración del Bautismo en la antigua Alianza En la liturgia de la noche Pascual, cuando se bendice el agua bautismal, la Iglesia hace solamente memoria de los grandes acontecimientos de la historia de la Salvación que prefiguraron ya el misterio del bautismo. Desde el origen del mundo, el agua, criatura humilde y admirable, es la fuente de la vida y de la fecundidad. La sagrada Escritura dice que el Espíritu de Dios, se “cernía” sobre las aguas (Gen. 1, 2). La Iglesia, ha visto en el Arca de Noé, una prefiguración de la Salvación del Bautismo, así como en el paso del mar rojo, verdadera liberación de Israel de la esclavitud del Egipto, anuncio de liberación obrda por el Bautismo. EL BAUTISMO DE CRISTO “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

39


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Todas las prefiguraciones de la antigua Alianza, culminan en Cristo Jesús. Su vida pública después de hacerse Bautizar por Juan el Bautista; confiando esta misión a sus apóstoles, después de su resurrección: “Id, pues, y haced discípulos a todas las gentes, bautizándolas en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, y enseñándoles a guardar todo lo que yo les he enseñado. (Mt. 28, 19 – 20; Mc. 16, 15 – 16). Nuestro Señor se sometió voluntariamente al Bautismo de Juan, destinado a los pecadores, para cumplir “toda Justicia”. El Espíritu que se cernía sobre las aguas de la primera creación, desciende sobre Cristo, como preludio de la nueva creación, y el Padre manifiesta a Jesús como su “Hijo amado” (Mt. 3, 16 – 17). En su Pascua, Cristo abrió a todos los hombres las fuentes del bautismo. La sangre y el agua que brotaron del costado traspasado de Jesús crucificado (Jn 19, 34) son figuras del bautismo y de la Eucaristía, sacramentos de la vida nueva (Jn 5, 6 – 8); desde entonces es posible “nacer del agua y del Espíritu” para entrar en el reino de Dios (Jn. 3, 5). EL BAUTISMO DE LA IGLESIA Desde EL Día de Pentecostés, la Iglesia ha celebrado y administrado el Santo Bautismo. San Pablo declara a la multitud conmovida por su predicación: “Convertios y que cada uno de vosotros se haga bautizar en el nombre de Jesucristo, para remisión de vuestros pecados, y recibiréis el don del Espíritu Santo” (Hch 2, 38). Según el apóstol San Pablo, por el bautismo el creyente de Cristo: es sepultado y resucita con El.} Los bautizados se han “revestido de Cristo” (Ga. 3, 27). Por el Espíritu Santo. El bautismo es un baño que purifica, santifica y justifica (1 Co. 6, 11; 12, 13). LA CELEBRACIÓN DEL SACRAMENTO DEL BAUTIMO Desde los tiempos apostólicos, para llegar a ser cristiano se sigue un camino y una iniciación que consta de varias etapas: El anuncio de la palabra, la acogida del Evangelio que lleva a la conversión, la profesión de fe, el bautismo, la efusión del Espíritu Santo, el acceso a la comunión Eucarística. Esta iniciación ha variado mucho a lo largo de los siglos y según las circunstancias. Desde que el Bautismo de los niños vino a ser la forma habitual de celebración de este sacramento, esta se ha convertido en un acto único que integra de manera muy abreviada las etapas previas de la iniciación cristiana. Por su naturaleza misma, el Bautismo de niños exige de una catequesis, para el desarrollo de la gracia Bautismal en el crecimientos de la persona. El Concilio Vaticano II ha restaurado para la Iglesia latina, “el catecumenado de adultos”, dividido en diversos grados. Hoy pues, en todos los ritos latinos y orientales, la iniciación cristiana de adultos comienza con su entrada en el catecumenado, para alcanzar su punto culminante, una sola celebración d 3 sacramentos: del Bautismo, de la Confirmación, y de la Eucaristía. (Ag 14; CIC con 815; 865; 866). LA MISTAGOGIA DE LA CELEBRACIÓN El Sentido y la gracia del Sacramento del Bautismo, aparece claramente en los ritos de su celebración. Cuando se participa atentamente en los gestos y las palabras de esta celebración, los fieles se inician en las riquezas que este sacramento significa y realiza en cada nuevo bautizado. La señal de la Cruz, al comienzo de la celebración, señala la importancia de Cristo sobre el que le va a pertenecer y significa la gracia de la redención que Cristo nos ha adquirido por su Cruz. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

40


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

El anuncio de la palabra de Dios, ilumina con la verdad revelada a los candidatos y a la asamblea y suscitas la respuesta de la fe, inseparable en el Bautismo. En efecto, el bautismo es de un modo particular “el sacramento de la fe”, por ser la entrada sacramental en la vida de fe. Como el bautismo significa la liberación del pecado y de su instigador, el diablo, se pronuncian una o varios exorcismos sobre el candidato. El agua bautismal es entonces consagrada mediante una oración de epiclesis (en el momento mismo o en la noche pascual). La Iglesia pide a Dios por medio de su hijo, el poder del Esp��ritu Santo descienda sobre esta agua, a fin de que los sean bautizados con ella, nazcan del agua y del Espíritu (Jn. 3, 5). Luego sigue el rito esencial del sacramento: el Bautismo propiamente dicho, que significa y realiza la muerte del pecado y la entrada en la vida de la Santísima Trinidad. La revestidura blanca simboliza que el bautizado se ha “revestido de Cristo “ (Ga 3, 27): ha resucitado con Cristo. El cirio que se enciende en el cirio pascual significa que Cristo ha iluminado al neófito. En Cristo, los bautizados son la “luz del mundo” (Mt. 5, 14; Flp. 2, 15). La bendición solemne cierra la celebración del bautismo. En el Bautismo de recién nacidos, la bendición de la madre ocupa un lugar muy especial. QUIEN PUEDE RECIBIR EL BAUTISMO Es capaz de recibir el bautismo todo ser humano, aun no bautizado, y sólo el (CIC can 864; CCEO can 679). a)El bautismo de adultos.- En los orígenes de la Iglesia cuando el anuncio del Evangelio está aún en sus primeros tempos, el Bautismo de adultos es práctica común. La formación de los catecúmenos tienen por finalidad permitirles a estos últimos, en respuesta a la iniciativa divina y en unión con su comunidad eclesial, llevar a madurez su conversión y su fe. b)El Bautismo de los niños.- Puesto que nacen con una naturaleza humanan caída y manchada por el pecado original, los niños necesitan también el nuevo nacimiento en el Bautismo (D51514) para ser librados del poder de las tinieblas, y ser trasladados al dominio de la libertad de los hijos de Dios (Col. 1, 12 – 14) a la que todos los hombres están llamados. La pura gratuidad de la gracia de la Salvación se manifiesta particularmente en el Bautismo de niños. FE Y BAUTISMO Como dijimos, el Bautismo es el sacramento de la fe. Pero la fe tiene necesidad de la comunidad de creyentes. La fe que se requiere para el Bautismo, no es una fe madura y perpetua, sino un comienzo que está llamado a desarrollarse. En todos los bautizados, niños o adultos, la fe debe crecer después del Bautismo. Por eso la Iglesia celebra cada año en la noche pascual la renovación de las promesas del Bautismo. Para que la gracia Bautismal pueda desarrollarse, es importante la ayuda de los padres, así como este papel debe desempeñar el padrino o madrina, los cuales deben ser creyentes sólidos. QUIEN PUEDE BAUTIZAR Son ministros ordinarios del Bautismo el Obispo y el Presbítero y, en la Iglesia Latina, también el Diácono (CIC 861, 1; CCEO can 677, 1). En caso de necesidad, cualquier persona incluso no bautizada, si tiene la intención requerida, puede bautizar, empleando la formula Bautismal Trinitaria. La Iglesia ve la razón de esta posibilidad por la voluntad Salvífica Universal de Dios (1 Tim. 2, 4) y en la necesidad del Bautismo para la Salvación (Mc. 16, 16; de 1315, 646; CIC can 861, 2). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 41


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

LA NECESIDAD DEL BAUTISMO El Señor mismo, afirma que el Bautismo es necesario para la Salvación (Jn 3, 5). Por ello mandó a sus discípulos para anunciar el Evangelio y Bautizar a todas las naciones (Mt 28, 19 –20); Ds 1618; LG 14; AG5). El Bautismo es necesario para la salvación en aquellos en los que el Evangelio ha sido anunciado y ha tenido la posibilidad de pedir este sacramento. A los catecúmenos que mueren antes de su Bautismo, el deseo explícito de recibir el bautismo, unido al arrepentimiento de sus pecados y a la caridad les asegura la Salvación que no han podido recibir por el sacramento. En cuanto a los niños muertos sin Bautismo, la Iglesia solo puede confiralos a la misericordia divina, como lo hace en el rito de las exequias por ellos. LA GRACIA DEL BAUTISMO Los distintos efectos del Bautismo son significados por los elementos sensibles del rito Sacramental. La inmersión en el agua, evoca los simbolismos de la muerte y la purificación, pero también los de la regeneración y de la renovación. Por tanto los efectos principales son: la purificación de los pecados y el nuevo nacimiento en el Espíritu Santo (Hch 2, 38; Jn 3, 5). -Por el Bautismo, todos los pecados son perdonados, el pecado original y todos los pecados personales, así como las penas del pecado. -No obstante, en el Bautizado permanecen ciertas consecuencias temporales del pecado, como los sufrimientos, la enfermedad, la muerte, etc. -Hace del neófito una criatura nueva (2 Co 5, 17), el hijo adoptivo de Dios (Ga 4, 5 – 7), partícipe de la naturaleza divina (2 Pe 1,4), miembro de Cristo (1 Co. 6, 15; 8, 17) y Templo del Espíritu Santo (1 Co. 6, 19). -La Santísima Trinidad, da al Bautizado la gracia Santificante, la gracia de la justificación que le hace capaz de creer en dios, le concede poder vivir y obrar bajo la moción del Espíritu Santo, mediante sus dones, y le permite creer en el bien mediante las virtudes morales. INCORPORADOS A LA IGLESIA CUERPO DE CRISTO El Bautismo hace de nosotros miembros del cuerpo de Cristo, por lo tanto somos miembros los unos de los otros. (Ef. 4, 25). -Los Bautizados viene a ser “piedras vivas” para “edificación”de un edificio Espiritual, para un sacerdocio Santo (1 Pe 2, 5). Por el Bautismo, participan del sacerdocio de Cristo, de su misión profética y real (1 Pe. 2, 9). Hecho miembro de la Iglesia, el Bautizado ya no se pertenece así mismo (1 Co 6, 9), sino al que murió y resucitó por nosotros (2 Cdo 5, 5), por tanto está llamado a someterse a los demás (Ef. 5, 1; 1 Co. 16, 15 – 16), a servirles (Jn 13, 12 – 15) en la comunión de la Iglesia, y a ser obediente y dócil a los pastores de la Iglesia (Hb 13, 7). EL VÍNCULO SACRAMENTAL DE LA UNIDAD DE LOS CRISTIANOS El Bautismo constituye el fundamento de la comunión entre todos los cristianos, e incluso con las que todavía no están en plena comunión con la Iglesia Católica. CON SELLO ESPIRITUAL ENDELEBLE Incorporando a Cristo por el Bautismo, el Bautizado es configurado con Cristo (Rm. 8, 29). El Bautismo imprime en el cristiano un sello Espiritual indeleble de su pertenencia a Cristo, el cual no puede ser borrado por ningún pecado. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 42


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-El “sello del Señor” (San Agustín, ep 98, 5) es el sello con el que el Espíritu Santo nos ha marcado “para el día de la Redención” (Ef 4, 30; Ef 1, 13 – 14; 2 Co. 1, 21 – 22). El Bautismo en efecto, es el sello de la Vida Eterna. Bibliografía: Nuevo Catecismo Católico. Abreviaturas utilizadas: AG: Ad gentes. Todas las gentes Vat. II CIC: Codees Iuris Canonici y Codigo Jurídico c. DS: Denzinger – Shonmetzer CCEO: Hábeas Canonum Ecclesiarum Orientalium. San Agustín, ep: espitulae.

CUESTIONARIO

1.

Por

el

sacramento

_______________como

del

hijos

de

___________________________y

Bautismo,

somos__________________del

___________________llegamos

somos

incorporados

a

a

la

ser

pecado miembros

______________y

y de

hechos

_________________de su _____________. 2. La palabra Bautismo proviene del griego _______________que significa________________,introducir dentro del _______________, la _________________en el agua simboliza el acto de _______________al catecúmeno en la ________________________de ________________________, de donde sale por la _________________________con El. 3. Nuestro Señor, se sometió ______________________al Bautismo de _________________,destinado a los ________________para cumplir “toda _____________________”. 4. Según el apóstol _______________________, por el Bautismo el __________________________participa en la _________________de _____________es sepultado y ______________con El. 5. Por su naturaleza misma, del Bautismo de niños exige de una __________________________, para el __________________de la gracia en el ________________de la persona., 6. La Señal de la Cruz, al ________________de la celebración, ____________________sobre

el

que

le

va

a

se señala la _______________de

__________________y

significa

la

_______________________que Cristo nos ha __________________ por su _______________. 7. El Bautismo puede ser_________________por todo ser_______________aun no ________________y solo __________________. 8. En

todos

los

________________________,

niños

y

________________________la

fe

debe

__________después del ____________________Por eso la _____________celebra cada año en la noche de ____________________ la de las promesas del __________________. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

43


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

9. Son ministros _____________________del Bautismo, el __________________y el ___________________, y en la Iglesia Latina, también el ________________. En caso de necesidad de cualquier persona, incluso ___________________si tiene la ________________requerida puede________________. 10. El

Bautismo

___________________el

fundamento

de

la

________________entre

todos

los

con

la

_______________ E

incluso

con

los

que

todavía

no

están

en

______________comunión

________________________.

TEMA No. 3: EL SACRAMENTO DE LA CONFIRMACIÓN OBJETIVO: 

El objetivo es hacer de conocimiento de los fieles, que el sacramento de la confirmación es necesario que sea recepcionado por el creyente, por la plenitud de la gracia bautismal.

LA CONFIRMACIÓN EN LA ECONOMIA DE LA SALVACIÓN En el Antiguo Testamento, los profetas anunciaron que el Espíritu del Señor reposaría sobre el Mesías esperado (Is. 11, 2) para realizar su misión salvifica (Lc. 4, 16- 22); (Is. 61, 1). El descenso del Espíritu Santo sobre Jesús, en su Bautismo por Juan, fue el signo de que El era el que debía venir, el Mesías, el Hijo de Dios (Mt. 3, 13 – 17); (Jn. 1, 33 – 34). Esta plenitud del Espíritu, no debía permanecer únicamente en el Mesías, sino que debía ser comunicada a todo el pueblo mesiánico (Ez. 36, 25 – 27; Jn. 3, 1 – 2). En repetidas ocasiones. Esta efusión del Espíritu (Lc. 12, 12; Jn. 3, 5 – 8; 7, 37 – 39; 16, 7 – 15; Hch. 1, 8), promesa que realizó primero el día de Pascua (Jn 20, 22), y luego de manera más manifiesta el día de Pentecostés (Hch. 2, 1 – 4). Llenos del Espíritu Santo, los apóstoles comienzan a proclamar “las maravillas del Señor” (Hch 2 – 11), y Pedro declara que ésta efusión del Espíritu, es el signo de los tiempos mesiánicos (Hch 2, 17 – 18). Desde aquel tiempo, los apóstoles, en cumplimiento de la voluntad de Cristo, comunicaban a los neófitos, mediante la imposición de manos, el don del Espíritu Santo, destinado a completar la gracia del Bautismo. (Hch 8, 15- 17; 19, 5 – 6). Es esta imposición de las manos la que ha sido, con toda razón, considerada por la tradición católica como el primitivo origen del Sacramento de la Confirmación, el cual perpetúa, en cierto modo, en la Iglesia, la gracia de Pentecostés (Pablo VI, const. Apost. “Divinal consortium naturae”). Muy pronto, para mejor significar el don del Espíritu Santo, se añadió a la imposición de manos, una unción con aloe perfumada (crisma). Esta unción ilustra el nombre de Cristiano, que significa “ungido”. LOS SIGNOS Y EL RITO DE LA CONFIRMACIÓN En el rito de este Sacramento, conviene considerar el signo de la unción y lo que la unción designa e imprime: el sello Espiritual. La unción, en el simbolismo bíblico antiguo, posee numerosas significaciones: el aceite es signo de abundancia (Dt. 11, 14) y de alegría (Sal. 23, 5; 104, 15); purifica (unción antes y después del baño) y da agilidad (la unción de los atletas y de los luchadores); es signo de curación, pues suaviza las contusiones y las heridas (Is. 1, 6; Lc. 10, 34) y el ungido irradia belleza, santidad y fuerza. Por medio de esta unción, el confirmado recibe “la marca”, el sello del Espíritu Santo. El sello es el símbolo de la persona (Gn 38, 18; Ct. 8, 9), signo de su autoridad (Gn. 41, 42) de su propiedad sobre su objeto (Dt. 32, 34). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 44


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Cristo mismo se declara marcado con el sello de su Padre (Jn. 6, 27). El cristiano, también está marcado por un sello: “Y es Dios el que nos conforta juntamente con vosotros en Cristo y el que nos ungió, y el que nos marcó con su sello y nos dio en ellos el Espíritu en nuestros corazones” (2 Co. 1, 22; Ef. 1, 13; 4, 30). Este sello, además de indicar la pertenencia total a Cristo, indica también la promesa de la protección divina en la gran prueba escatológica (Ap. 7, 2 – 3; 9, 4; Ez. 9, 4 – 6). La Celebración: Un momento importante que precede a la celebración de la Confirmación, es la consagración del Santo Crisma. Es el obispo quien, el Jueves Santo, en el transcurso de la misa Crismal, consagra el Santo Crisma para toda la diócesis. Cuando la confirmación se celebra separadamente del Bautismo, como en el caso del rito romano, la liturgia del Sacramento comienzan con la renovación de las promesas del Bautismo y la profesión de la fé de los confirmados. Así aparece claramente que la confirmación constituyó una prolongación del Bautismo (Sc. 71). Cuando es bautizado un adulto, inmediatamente recibe la Confirmación y participa en la Eucaristía. (CIC Can 866). El obispo extiende las manos sobre todos los Confirmados, gesto que, desde el tiempo de los apóstoles, es el signo del don del Espíritu. Y el obispo invoca la efusión del Espíritu de la siguiente manera: “Dios todopoderoso, Padre de Nuestro Señor Jesucristo, que regeneraste, por el agua y el Espíritu Santo, a estos siervos tuyos y los libraste del pecado; escucha nuestra oración y envía sobre ellos el Espíritu Santo Paráclito; llénalos de espíritu de Sabiduría y de inteligencia, de espíritu de consejo y de fortaleza, de espíritu de ciencia y de piedad; y cólmalos del espíritu de tu Santo Temor. Por Jesucristo Nuestro Señor. Sigue el rito esencial del Sacramento. En el rito latino; el sacramento de la confirmación es conferido por la unción del Santo Crisma en la frente, hecha imponiendo la mano, y con estas palabras: “Recibe por esta señal el don del Espíritu Santo”. El beso de paz con el que concluye el rito de Sacramento, significa y manifiesta la comunión eclesial con el obispo y con todo los fieles (3 Hipólito, trad, ap. 21). EFECTOS DE LA CONFIRMACIÓN De la celebración se deduce que el efecto del Sacramento es la efusión plena del Espíritu Santo, como fue concedida en otro tiempo a los apóstoles el día de Pentecostés. Por este hecho, la Confirmación confiere crecimiento y profundidad a la gracia bautismal. -Nos introduce más profundamente en la filiación divina que nos hace decir: “ABBA, PADRE” (Rm. 8, 15). -Nos une más firmemente a Cristo. -Aumenta en nosotros los dones del Espíritu Santo. -Hace más perfecta nuestro vínculo con la Iglesia (Lc. 11). -Nos concede una fuerza especial del Espíritu Santo para difundir y defender la fé mediante la palabra y las obras, como verdaderos testigos de Cristo. QUIEN PUEDE RECIBIR ESTE SACRAMENTO -Todo Bautizado, aún no confirmado, puede recibir el sacramento de la Confirmación (CIC can 889, 1)., Puesto que Bautismo, Confirmación y Eucaristía forman una unidad, de ahí se corrige que “los fieles tienen la obligación de recibir este sacramento en tiempo oportuno” (CIC can 890), porque sin la confirmación y la eucaristía el Sacramento del Bautismo queda incompleto. -La preparación para la Confirmación debe tener como meta conducir al cristiano a una unión más íntima con Cristo, a una familiaridad más viva con el Espíritu Santo, su acción, sus dones y sus llamados, a fin de asumir mejor sus responsabilidades apostólicas de la vida Cristiana. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 45


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-Para recibir la Confirmación, es preciso hallarse en estado de gracia. Conviene recibir el sacramento de la Penitencia para ser purificado en atención al don del Espíritu Santo. Hay que prepararse con una oración más intensa para recibir con docilidad y disponibilidad la fuerza y las gracias del Espíritu Santo (Hch. 1, 14). -Conviene que los candidatos busquen ayuda espiritual de un padrino o una madrina, mucho mejor si es la misma que el Bautismo. MINISTRO DE LA CONFIRMACIÓN El ministro originario de la Confirmación es el Obispo (LG 26). Actualmente, en el rito latino, el ministro ordinario de la Confirmación es el Obispo (CIC can 882). Aunque el Obispo puede, por razones graves, conceder a presbíteros la facultad de administrar el sacramento de la Confirmación. Los Obispos son los sucesores de los apóstoles y han recibido la plenitud del sacramento del orden, es por esta razón que, la administración de este Sacramento debe ser hecha por ellos mismos pues ponen de relieve que la Confirmación tiene como efecto, unir a los que la reciben más estrechamente a la Iglesia, a sus orígenes apostólicos y a su misión de dar testimonio de Cristo. Si un cristiano está en peligro de muerte, cualquier presbítero puede, debe dar la confirmación(CIC can 883, 3). Bibliografía: CREER.....REY MIERMET} NUEVO CATECISMO DE LA IGLESIA CATOLICA ASOCIACIÓN DE EDITORES DEL CATECISMO. Algunas siglas utilizadas: SC: Sacrusanto Concilium CIC can: Codex Iuris Canonici. S. Hipólito, trad ap. : San Hipólito de Roma, traditio apostólica. LG: Lumen Gentium. CUESTIONARIO 1.

En el antiguo Testamento, los______________________anunciaron que el ____________________del _____________________reposaría sobre el ____________________, para realizar su misión salvífica.

2.

En

repetidas

ocasiones

Jesucristo

prometió

esta

____________________del

_________________promesa que se realizó primero el día de _________________y luego de manera más manifiesta el día de ________________________. 3.

Llenos

del

________________________los

apóstoles

comienzan

a

____________________del

_____________ 4.

Pedro

declara

que

esta

Efusión

del

________________________________es

el

signo

de

______________________________________________. 5.

Por

medio

de

la

unción.

El

confirmado

recibe

la

_______________________el

_________________________. 6.

Este sello, además de indicar la ________________________total a ____________________, indica también la __________________________de

la protección _______________________________en la

gran _______________________________________. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

46


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 7.

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

La Confirmación nos introduce más profundamente en la __________________________nos une más

firmemente

a

__________________aumenta

en

nosotros

los

________________del

_________________. Hace más perfecto nuestro_____________________con la _____________________. Nos

concede

una

________________especial

del

___________________________para

________________ y _________________________la fe mediante la __________________________y las __________________como verdaderos ________________________de ____________________. 8

¿Quién puede recibir este Sacramento? _____________________________________________________________________________________________ _____________________________________________________________________________________________

1.

Para recibir la confirmación conviene estar _________________.

10.

El ministro ordinario de la confirmación es el ________________________________, el cual es

___________________________, por lo que ponen de relieve que la confirmación debe unir a los que reciben más ________________________,con la _____________________a sus orígenes ________________y a su _____________________de dar ______________________de ___________________.

66666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666666 6

MINISTERIO DE ACOGIDA Este nuevo Ministerio tiene gran importancia, para el inicio de un buen Pastoreo en la evangelización de hermanos que asisten a los grupos de Oración. A continuación daremos algunos detalles sobre éste Ministerio; sacados del libro “El Pastoreo en los Grupos de Oración”, del autor Carlos García Llerena. El clasifica 3 tipos de personas en los grupos de Oración: a) Los que asisten una vez y no vuelven. b) Los que asisten regularmente sin mayor compromiso. c) Los que permanecen y asumen responsabilidades. Menciona el autor que existen causas; por la cual muchos hermanos no regresan ni permanecen en el grupo; que señalo a continuación: a)

Fallas en la acogida del grupo Las personas no se sienten acogidas, pasan desapercibidas, no se les da la debida atención. No se les da el cariño necesario. Se les recibe como inconversos o pecadores.

b)

Se confunden con la forma de Oración No se les explica la oración de alabanza y la Oración Comunitaria. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

47


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

c)

No se da al grupo la identidad Católica y la persona teme encontrarse en una secta protestante Carencia de devoción mariana. Ausencia de utilización de los documentos de la Iglesia y del magisterio. Fundamentalismo Bíblico. Falta de claridad en las Doctrinas Católicas. Escasa vida sacramental. Ausencia de un sacerdote asesor.

d)

Malas interpretaciones Falta de conocimiento Teológico católico. Falta de preparación de los servidores.

e)

Falta de ardor al presentar el mensaje de Cristo. No se presenta a Cristo vivo y liberador. En muchos servidores, no hay experiencia de Cristo que haya transformado sus vidas.

f)

Monopolio del grupo de Oración.- El grupo no es del Señor sino de la servidora ó responsable. El hermano García nos comenta la necesidad de corregir ésta deficiencia creando un ministerio de acogida y aconseja lo siguiente:

1.

Las personas encargados de éste Ministerio deben ser comunicativas, atentas, tener facilidad de palabra, cariñosas, responsables, pacientes comprometidas. La acogida, sincera, amable ayudará a las personas a integrarse y permanecer en el grupo. Este Ministerio debe formarse de varias personas, que en los primeros contactos con el visitante, se interesen por el, su familia, prestarle atención. Anotar su dirección, teléfono. Invitarlo el día anterior, sino asiste insistir, indagar, hacer notar que su ausencia fue notoria. Es importante recordar siempre su nombre. Informar acerca del movimiento dentro de la Iglesia, sus funciones, actividades y otros.

2. 3. 4.

De todas las causas mencionadas y muchas otras más, creo se resumen en dos puntos: -

Falta de amor. Deficiencia del servicio.

Por esto, a continuación daré algunas pautas, que nos pueden ayudar a amar mejor y servir mejor. I. No es ideal ser servidor, sino buen servidor Mc. 7, 37 “Jesús todo lo ha hecho bien”. Mt. 7. 20.- “Reconocerán al árbol por sus frutos”. El hombre es el árbol, sus acciones sus frutos. Jn. 10, 25.- “Las Obras de Jesús declaran quién es El”. ¿Mis obras declaran que soy buen servidor? La obra de nuestra vida dice quiénes somos. Hacer lo que Dios quiere que hagamos, y cómo el quiere. Jn. 10, 38.- Pero si las cumplo, aunque no me crean por mí, creen por las Obras que hago. Dios dará a cada uno según sus Obras. San Pablo, dice lo que siembra eso cosechará. Por lo tanto ejercitar en hacer bien; orar oír misa bien, ser mujer, hombre, ser bueno; oficio de madre, hermana hacerlo mejor cada día. Mt. 13,8 Otros, finalmente, cayeron en buena tierra y produjeron unos el ciento, otros el sesenta y los otros el treinta. La semilla que es la palabra de Dios, es para todos igual; la Tierra soy yo, cuando la recibo ¿cuánto hago producir, 30% - incipiente, 60% mejorando, renovándome o 100% soy servidor, que doy frutos? “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 48


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

¿Dejo que la Palabra de Dios me transforme para producir buenas obras? En 1º de Corintios 3, 12 – 15 dice el Sr. Pero con estos conocimientos, unos construyen con oro, otros con plata, o piedras preciosas, o con madera, caña o paja. Llegará a saberse como cada uno trabajó. El día del juicio lo dará a conocer, porque en el fuego todo se descubrirá. El fuego probará la obra de cada cuál: si su obra resiste el fuego, será premiado; pero, si es obra que se convierte en cenizas, el mismo tendrá que pagar. Hacer bien las obras, y por amor a Dios y al prójimo es hacer con oro y plata, hacer las obras por interés personal, por vanidad, por figurar, es hacer con leña o paja no hacer las cosas por respeto humanos o provecho personal. Un servicio por amor a Dios, con humildad, obediencia, resistirá al fuego y tendrá el premio de Dios, no buscar el premio humano, que serían la figuración, los elogios, alabanzas que nos llenan de orgullo y soberbia.

II Anima la perfección del Servicio, tener tareas sencillas puestas por dios. No está la perfección en hacer grandes obras, ni multiplicarlas, sino en el esmero y atención en las cosas sencillas, cotidianas, caseras, ordinarias, en las que Dios permite. El mismo lo dice cuando habla a su Pueblo en Demt. 30 – 11. Estos mandamientos que yo te doy, no son superiores a tus fuerzas, ni están fuera de tu alcance; no están en el cielo para que puedas decir “Que suba alguien al cielo a buscar esos mandatos y después escucharemos y pondremos en práctica, tampoco están al otro lado del mar para que no tengas que decir: “Que alguien pase hasta el otro lado y los traiga de vuelta y entonces escucharemos y lo pondremos en práctica. Todo lo contrario mi palabra ha llegado, bien cerca de ti ya está en tu boca y en tu corazón, para que lo pongas en práctica. Dios conoce nuestras debilidades, siempre estamos disculpándonos y justificándonos, para no hacer las cosas bien o hacerlas defectuosas. Si soy Padre o Madre; tratar de hacerlo lo mejor posible. Si soy, hija, hermana, vecina, trabajador, profesional, religioso, servidor, amigo, en todo bajo la gracia y la luz como Dios quiere que sea. Eso que tienes que hacerlo, hazlo de la mejor manera. Decía: San Francisco de Sales. – a una señora muy devota metida mucho tiempo dentro del convento haciendo Obras de caridad; pero abandonaba al esposo en su hogar. Decía esto: “cada uno haga su miel en su propio panal”. La santidad esta señora debería hacerla primero siendo una buena esposa, aceptándolo, siendo paciente, etc. Ejem.: voy a regalarle a mi mamá esta licuadora para que me haga unos buenos jugos; la acción es buena pero la intención un poco egoísta pensar en sí. Para Dios éste regalo no es un acto de amor. Soy servidora, porque quiero servir a Dios, a mi Iglesia, a la Comunidad o mi Familia o porque me sobra tiempo, me sirve de relax, ahí tengo amigas, varío la rutina de mi vida, etc. Tener siempre presente la mirada de Dios y la presencia. Nos cuidamos y esforzamos para impresionar a la mirada de los hombres, así vivir en la presencia de Dios ayudará a que sea mejor; eso es renovarse y vivir en presencia del Espíritu Santo. El mismo Padre Rodrigo nombra al evangelista Juan en el Apocalipsis refiriéndose a las propiedades de aquellos santos animales que vio estar delante del trono de Dios; listos a los mandatos, dice: que dentro, fuera y alrededor estaban llenos de ojos, ojos en los pies. Y nos recuerda mira, cómo dudas, cómo hablas, cómo actúas, cómo trabajas, cómo escuchas, cómo sirves, cómo oras, cómo miras, cómo ríes, cómo piensas, cómo deseas, los que sirven a dios o quieren servir y llegar a ser dignos de la presencia, meditar esto. Eclesiástico 44, 16. Henor agradó al Señor y fue trasladado. El ha dejado su testimonio para los hombres de todos los tiempos. ii.

Bondad y perfección de nuestras Obras en el servicio.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

49


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

El servicio para que sea perfecto debe hacerse “Puramente por Dios” y que de mi parte están bien hechos, porque esto es lo que agrada a Dios. Y, yo tengo que hacer las cosas para agradar a Dios a ejemplo de Jesús. “Cuando dice: Yo hago las cosas que agradan a mi Padre”. El Padre Alonso Rodrigo, en su libro actitudes cristianas cuenta que en génesis 1, 10 – 12, - 18 21 – 25 . Cuando Dios creó las cosas corporales y materiales animales, plantas, astros agrega esto: y vio Dios que era bueno, alaba todas las cosas pero cuando hizo al hombre quedó callado; esto, porque a causa de la hermosura de las cosas está en lo exterior, pero la hermosura del hombre está en el interior, así los hombres vemos las cosas externas pero Dios mira lo interior del corazón, mira el fin, la intención de la obra. Los cimientos de una casa no se ven, pero son la base de la casa. En 1ra. De Samuel 16, 6 – 7. Samuel vio a Eliab, el mayor de edad y se dijo: Sin duda, éste será el elegido. Pero Javé dijo a Samuel: No mires su apariencia, ni su gran estatura, porque lo he descartado. Pues el hombre mira las apariencias, pero Javé mira el corazón”. Esto nos lleva a una cantidad de reflexiones en nuestra vida y ayuda de interiorizar, sobre todo a mejorar la pureza de nuestras acciones. Génesis 5, 24- Henor anduvo con Dios y desapareció por que Dios se lo llevó.

Hebreos 1, 5- Por la fe fue trasladado al cielo, en vez de morir y los hombres no volvieron a verlo porque Dios se lo había llevado, dice que había agradado a Dios. Exodo 18, 12 – Letró (suegro de Moisés) ofreció a Dios la víctima totalmente quemada, vivieron Aarón y los jefes de Israel para compartir el pan con el suegro de Moisés en la presencia de Dios (no del altar). (Holgarse y divertirse sanamente dando gracias a Dios, sin hacer cosas que desagraden a Dios). IV La Oración- La oración diálogo entre 2 personas, Dios y su criatura. 1er. Tes. 17.-Oren sin cesar. Esto es bueno; porque el que ora siempre obra bien. Luc. 18, 1- Orará siempre sin desanimarse, jamás Obrar bien es también orar, es estar alabando al señor, hacer que la vida con tus buenas obras se convierta en una alabanza a Dios. San Jerónimo, sobre la alabanza cuando ora, alabadle sol y luna, alabadle estrellas todas, cometa: estas criaturas nunca cesan de hacer su oficio bien hecho, siempre están sirviendo a Dios y haciendo aquello para lo que fueron creados, y eso es estar siempre alabando a Dios. De manera que El que hace su oficio bien hecho, el que hace muy bien las cosas cotidianas ése siempre está orando y alabando a Dios. San Francisco decía el que canta ora dos veces; pero el que obra bien multiplica la oración; esa es una ofrenda que agrada a Dios. Sirácides 35, 1 - Quien guarda la ley ése es el que ofrece ricas ofrendas.- quien obra guardando la luz y haciendo las cosas como Dios manda multiplica también su oración. V Hacer bien el servicio, como sino hubiese otra cosa que hacer. Eclesiastés 31.- Hay un tiempo para cada cosa y un momento para hacerla bajo el cielo. Dar a cada cosa su debido tiempo, haciéndolo de la mejor forma. Decir hoy mi señor quiere que haga esto la preocupación que se me viene o recuerda o me angustia diferente a lo que estoy haciendo, no viene de Dios, es una tentación. Lo dice el mismo Jesús en Mt. 6, 34- Ni se preocupen por el día de mañana, pues el mañana se preocupará de sí mismo. Basta con las penas del día. La angustia siempre arruina la oración. Es tentación del enemigo traer otras cosas, para no hacer bien lo que estoy haciendo. Rechazar cuando hay distracción, confusión, aturdimiento. 2º Corint. 11.- (Pablo NOS Advierte) así no se aprovechará Satanás de nosotros, pues conocemos bien sus propósitos.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

50


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Dios es, claridad, paz, sosiego, luz, tranquilidad, certeza, orden. Así se presenten otras cosas aparentemente bueno decir y concluir con esto: Lo que es bueno para después; no es bueno para ahora. VI. Hacer las Obras, teniendo en cuenta que no tenemos la vida comprada y menos que somos dueños de ella, y que cada instante que vivimos es una oportunidad que Dios nos regala para buscar la santidad personal y de los que nos rodean. En la Biblia encontramos muchos indicadores de esto, mencionaremos algunos. Mt. 24, 46 – Feliz ese siervo a quien su señor al venir, encuentra tan bien ocupado. No hay nada más cierto que la vida y nada más incierto que la muerte. Job. 14, 14- Esperaría que pasara el tiempo de mi servicio militar hasta que llegara la hora de mi relevo. Ojalá pudiéramos hablar como Job, estoy listo, esperando mi reemplazo, cumplí mi tarea, mi servicio Job 14, 15 – me llamarías y te respondería, reclamarías la obra de tus manos. Lucas 12, 40 Ustedes están preparados porque el momento menos pensado vendrá el Hijo del hombre. Lucas 12, 43 Feliz ese servidor al que su patrón cuando llegue, encuentre tan bien ocupada. Apocalipsis 3, 3 – Pues sino estas despierto, vendré como un ladrón sin que tu sepas a que hora. avisa que debemos de tratar de no ser sorprendidos por la muerte.

Jesús

Lucas 12, 20 – 21 Tanto, ésta noche reclaman tu alma ¿Quién quedará con lo que amontonaste? Esto pasa al que trabaja para sí mismo, en lugar de trabajar para Dios. VII. Acostumbrarse hacer un buen servicio. Toda tarea al principio cuesta, y se hace más difícil por nuestra mala inclinación. La buena manera de vida ya la escogió Dios por nosotros. Juan 15 – 16 cuando dice: Ustedes no me escogieron a mí, soy Yo quien los escogí a ustedes; bendito Dios por habernos puesto en éste camino. Y nos señalo como debamos ser cuando dijo háganse perfectos como mi Padre. Proveb. 4, 11 – Yo te guío por el camino de la sabiduría y te conduzco por sendas rectas. Heb. 12, 11 - San Pablo dice Dios nos corrige por nuestro bien y para hacernos santos como El. Las correcciones nunca nos alegran más bien duelen. Pero con el tiempo traen su fruto de paz y dan santidad a los que con ellos fueron probados. Ecles. 6, 19 – Trabaja como hace el labrados y sembrado espera pacientemente sus buenos frutos. Todo esfuerzo será estimulado por Dios. La renovación de cada uno trabajarla cada día en los diferentes momentos de la vida. El cambio a la nueva vida, por la gracia de Dios, se hace paulatinamente, es el ir creciendo, madurando, fortaleciéndose en el transcurso de la vida. Nadie será médico, abogado, padre, a los 5 años todo tiene un proceso y un tiempo. VIII. La Perseverancia.- No sigan las corrientes de éste mundo en que vivimos más bien transfórmense por la renovación de su mente; así sabrás cuál es la voluntad de Dios, lo que le agrada y lo que es perfecto. Si caes o aflojes, levanta que tenemos un abogado, 1 Juan 2, 1 Hijitos más les escribo para que no pequen; pero si alguien peca tenemos un abogado ante el Padre, es Jesucristo el justo. Con la gracia de Cristo es posible avanzar, caminando siempre a la meta; Dios nunca nos abandonará lo menciona en muchas partes de la Biblia, no te abandonaré jamás éstas tatuado en la palma de mi mano; te tengo sostenido con ángeles, estaré contigo hasta el fin de los tiempos. Pues no hay disculpa; depende que Yo viva estas palabras y aunque caiga siempre me levantaré ésta es la gran diferencia con el que no cree, no hay quien lo levante. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 51


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Pedro negó a Jesús 3 veces, cayó tan bajo que no podía ni mirar a Jesús sin embargo Dios le dio 3 veces la oportunidad de sanarse, y aún lo elevó tan alto como cabeza de la Iglesia. Estas pequeñas reflexiones meditadas con el fin que nos ayude hacer mejor. Dios mediante. Bibliografía: Pastoreo en los Grupos de Oración Carlos García Llerena. Sagrada Biblia. Virtudes Cristianas. P. Alonso Rodríguez Doc. Encuentro Episcopal latinoamericano Aja. Colombia. LA REALIDAD PERUANA Una síntesis ajustada, que sirva de guía para tomar una actitud crítica hacia ella. INTRODUCCIÓN: “Alrededor de las 5:00 p.m. volvió a la plaza y encontró en ella a otos que estaban desocupados; les preguntó; “¿Por qué están ustedes aquí sin trabajar?” le contestaron “Porque nadie nos ha contratado. “Entonces les dijo: “Vayan también ustedes en mi viñedo”Mt 20, 6 – 7. En el documento Chisti Fidelis Laices (El laico en la Iglesia) nos dice: “Es necesario mirar cara a cara este nuestro mundo con sus valores y problemas sus inquietudes y sus esperanzas, sus conquistas y derrotas; un mundo cuyas dificultades políticas, sociales, económicas y culturales presentan problemas y dificultades muy graves. Esta es la viña y este es el campo en que los laicos están llamados a vivir su misión”. El mundo tiende a integrarse y hacerse cada vez más grandes la diferencia entre países ricos y países pobres que originan un desigual reparto de la riqueza que ya lo advierte la encíclica “Solicitud Rei Sociales” que señala claramente la posición de la Iglesia demandando un reparto más equitativo. LA GEOGRAFÍA: Perú país que Dios le ha otorgado ingente maravillas naturales, es la Viña que nos ha tocado laboral y es nuestra responsabilidad entenderla y comprenderla para conservarla. El Católico debe hacer uso de sus recursos sin romper el equilibrio natural como lo hizo en el pasado. (Colonia) por ejemplo destruyendo y depredando los árboles en las quebradas de la sierra aumentando la incidencia de huaycos en esta zona. En la actualidad el intento de introducir concesiones, costumbres o estilos de otras realidades, en la nuestra produce distorsión en la mente que no permite analizar mejor nuestra realidad geográfica. Ejemplo: en Lima el uso de chimenea cuando las temperaturas más bajas son cero, teniendo un clima húmedo producto de la Corriente Peruana y la Cordillera de los Andes. POBLACIÓN: Si pones en cifras la relación territorio y habitantes; encontramos estas realidades; una superficie de 1´285,247 Km2 tenemos una población de 22’639,443 habitantes es decir a 18 personas por Km2 y aumentamos en 2% anual (453 Nuevos habitante) esta el 70.4% y en el campo (Rural) 29.6% El 60.4% están en la costa y de ellos el 34.5% vive en Lima y Callao. Tenemos una población muy joven (De 15 a 29 años) que son el 40.1% que están mayoritariamente en Lima que además soporta una gran cantidad de migración principalmente del campo y de la región sierra: trayendo sus costumbres tradiciones y creencias. ECONOMÍA: La población económicamente activa (PEA) es decir en edad de trabajar (15 o 60 ) es del 51.2% de los cuales están ocupados o empleados el 41.1% y sub-empleados (ambulantes e informales) 3l 75.9% y sin trabajo (desocupados) el 9.4%. La remuneración mínima vital que percibe la mayor parte de la población ocupada llega apenas a $75.00 mensuales. Siendo la canasta mínima familiar de $202.00; originando esto que el 49.2% de los habitantes viva en pobreza. De esto se tiene que hay pobres y habitantes en extrema pobreza (A quien sus ingresos no alcanza para satisfacer necesidades alimentarias). De ello el 21% de pobres están en Lima y el 6.6% de extrema pobreza. En cambio en la sierra el 55% son de extrema pobreza. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 52


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

LA DISCRIMINACIÓN en nuestro país se nota la presencia de una discriminación disimulada que se agrava en el descontrol en eventos deportivos donde se expresa esta discriminación con las llamadas barras bravas y el uso incluso de esvásticas, que ya da una connotación racista. LOS NIÑOS: Los menores de 14 años son más de ocho millones el 36% de ello el 51% de ellos son hombres y el 49% son mujeres. Su mortalidad son la tercera más alta de América Latina siendo las principales causas las infecciones diarreicas y respiratorias. Las niñas entre los doce y catorce años manifiestan ser madres solteras conformando el 46.8% del total de madres de esta edad. Los niños que trabajan entre 6 y 14 años son en 3.6% (430,000) de ellos, el 1% vive por su cuenta (Pirañitas) los demás son explotados en los lavaderos de oro, ladrilleras, basurales, agricultura, comercio ambulatorio y otros lugares. LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN: En medio de estas dificultades, no tienden a orientar por educar, muy por el contrario, deforma y desalienta la actitud crítica de la población, difundiendo versiones antojadizas o deformantes de la realidad y a veces tendenciosas, y antojadiza formando en muchos casos cultura de muerte, consume o placer. LOS CATÓLICOS: En relación al mundo el Perú esta en 2.2% de los católicos del mundo y el 90% de los de América del Sur: el cual es considerado uno de los continentes más homogéneamente católico. Nuestro país cuenta con 1,309 parroquias y en Lima tenemos un sacerdote por 6,329 personas, tenemos 15 vicarias, 159 parroquias, las vicarias XII es el 31% de parroquias (más pequeña) mientras que en la vicaria VII el 12.6% (más grande). FINALMENTE: El documento Perú escoge la vida nos dice: “La raíz de la actual crisis económica, social, política y cultural; es mora. Cambiemos todos juntos, comenzando cada uno por él mismo. Nos invita a cambiar la economía, la política, la cultura en fin la sociedad con el ejemplo, proponiendo nuestra escala de valores y nuestra moral cristiana. “Solo empezando en nuestra propia conducta esta conversión activa y práctica, abandonando toda indiferencia y obstinación en el error; de oposición de la gracia y a la verdad, podremos contribuir eficazmente a la transformación efectiva de valores y conducta colectiva. Nos invita pues a realizar nuestra labor de laicos nuestra labor de laicos y de santidad en esta Viña a la que dios nos ha invitado a participar.

SANTIDAD Les presentamos con mucho agrado esta primicia porque nos permite brindarle de los mejores frutos de nuestros esfuerzos. Aunque la santidad se encuentra en todas partes, no ha sido fácil dar con ella y podemos lograr que nos concediera un tiempo especial para entrevistarla. (C= Corresponsal del “CCF”, S= Sr. Santidad) C. Sr. Santidad ¿Quién o qué es Usted? S. Yo soy un majestuoso, eterno y exclusivo “estado espiritual”, no fui creado y soy propio de Dios. C. ¿Qué quiere decir con soy “propio de Dios”? S. Quiero decir que solo a Dios pertenezco, que solo dios me tiene, que....solo a Dios es Santo (Lev. 11, 44; 19,2; 20,26; 21,8 Is 6,3; 40,25 Sal 99) C. Si solo Dios es Santo, y solo en El se encuentre.¿Cómo está ahora con nosotros? S. Estoy porque Dios el Único Santo me comunica, me envía a ustedes. C. ¿Cómo nos lo comunica Dios? “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

53


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 S.

C. S. C. S. C. S. C. S.

C. S. C. S.

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Dios Padre que es mi fuente y mi Origen (porque de El vengo) me dice: “Estado de Santidad” llega a la tierra, porque amo mucho a mi Hijo y el me pide que vayas. Vé a través del Espíritu Santo me lleva a todo hombre y me deja en los que realizan la voluntad de Dios por que lo conocen y lo aman. Cómo el Espíritu Santo me lleva y me deja le dicen “Espíritu Santo Santificador”. ¿Desde cuando dios la comunica con nosotros? Pues fíjese que desde el principio. Cuando dios sopló sobre ustedes(Gen. 2, 7), llamándolos a la vida, no los llamó a una vida íntegra (como perros o gatos), sino que los llamó a una vida íntegra, completa, los llamó a mí.... al estado de santidad. ¿Porqué Dios nos llama a los hombres al estado de santidad? Porque cuando les hizo a su imagen y semejanza y les dio su aliento para que vivan, puso también de su santidad en ustedes. (Me puso a mí). ¿Quiere decir que estamos llamados a la santidad porque Dios nos dio parte de si mismo? Si, Ustedes tienen la vocación y alcanzan la santidad porque han nacido de Dios que es Santo. ¿Cómo puede ser esto? En el día de su nacimiento ustedes recibieron de su padre no solo la vida sino también la naturaleza humana, es decir que les comunicó ciertas características propias del hombre como la capacidad de pensar, de reír y de ser libre. Pues de la misma manera los hijos de dios han recibido la capacidad de amar, de ser fuertes y de ser santos porque, Dios es Amor, Dios es Fuerte y Dios es Santo. Esas capacidades siempre permanecerán en ustedes aunque no las usen porque son parte de su naturaleza. Nosotros los hombres ¿Cómo podemos responder a ese llamado, a esa vocación a la santidad? Pueden responder recibiéndome a través de ciertos instrumentos que dios ha creado con ese fin y que son medios por donde me trae el Espíritu Santo. ¿Cuáles son esos instrumentos de santificación? Los instrumentos de santificación son: La Sagrada Escritura La Tradición El Magisterio La liturgia sacramental La oración La piedad y religiosidad popular Los carismas y ministerios Ejemplos de vida apostólica y misionera Ejemplos de los santos.

C. son varios los instrumentos, pero yo...?Que debo hacer con ellos? S. Con ellos debes desarrollar tu vida de fe, esperanza y principalmente de la caridad (Amor) 1 Cor 13. C. ¿No te preocupes, “calma hermano”, también se puede ser santo a través de la participación en la Iglesia, ya que esta a su vez es Santa porque está unidad profundamente a Cristo mediante el Espíritu Santo. No olvides que en la Virgen María la Iglesia ha alcanzado la perfección. Aquí tuvo que finalizar nuestra entrevista porque unos hermanos que sufrían persecución a causa del Reino le solicitaron urgentemente.

TEMA 6: EL CARISMA DE LAS LENGUAS En nuestros grupos de oración hablamos del Don de lenguas como un don que recibe del Espíritu Santo toda persona que ha sido iniciada en una Comunidad Carismática, o que ha recibido la infusión del Espíritu Santo, al hacer el Seminario de la Vida en el Espíritu. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

54


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

1. A las lenguas como oración: - Orar en lenguas - Cantar en lenguas 2. Dar mensajes en lenguas e interpretarlas. 1. Orar en lenguas: La “Oración en Lenguas” es una señal que diferencia a la Renovación carismática de otro Movimiento. Para aquellos que asisten a una reunión carismática por primera vez, su experiencia nueva más sorprendente es oír a toda la comunidad, orar o cantar en lenguas. Muchas personas que están en la Renovación y oran en lenguas, muchas veces no llegan a comprender el poder que encierra este don y sobre todo encuentran dificultad en explicar a otros este don. 1.¿ QUE ES ORAR EN LENGUAS? La “Oración en Lenguas” es un don por medio del cual la persona llega a Dios en un lenguaje que no conoce. Lo usamos para hacer nuestra oración a nivel más profundo. conciencia, pero no comprende intelectualmente lo que dice.

El que ora en lenguas conserva su

2. La función insustituible del orar en lenguas es la Alabanza a Dios. Del orar en lenguas Pablo nos dice en 1 cor. 14:  Las lenguas son un hablar no a los hombres sino a Dios, es decir, son oración (ver. 2).  Pablo pide que no se impide orar en lenguas (ver. 39)  Está oración edifica a quien la realiza (ver. 4).  Quien escucha la oración en lenguas no es edificado pues nada comprende (ver. 16 y 17) Quien habla en lenguas habla a dios, dice Pablo. La glosolalia, es pues, una oración no en medo de comunicación humana, sino a Dios. Hay quienes piensan que orar en lenguas se requiere un “contagio espiritual”, que no se puede orar en frío, que se necesita un condicionamiento especial. Todo esto son afirmaciones gratuitas. La oración en lenguas comienza y continua mientras la persona lo desee. Según pasa el tiempo, la oración en lenguas se extiende o cambia y en algunas ocasiones cambian su lenguaje. -

¿Es un lenguaje la oración en lengua?

3. No es un lenguaje en el sentido conceptual de lenguaje si ha eso nos referimos, pero no en modo de expresión y cadencia podemos decir que se asemeja a el. No es necesario que la oración en lenguas sea un lenguaje; no basta con que sea una nueva manera de orar a dios conferido por el Espíritu Santo y que es identificado con las oraciones en lenguas descritas en la Escritura: Hechos 2, 4; 10, 46; 19, 6 y 1 Cor 14. -

Ha habido alguna vez traducción de la oración en lenguas?  

Una hermana de la sierra Alabe en el más puro alemán y fue traducido por un sacerdote que había hecho sus estudios en Alemania. Una hermana de mi comunidad, que habla Inglés, le dijo a otra hermanan que su oración en lenguas era alabanza al Señor en el idioma Inglés y lo tradujo.

Casi todas las comunidades de oración han tenido experiencias similares. Las experiencias aisladas no prueban que las lenguas sean un “lenguaje” de una o otra forma. El fenómeno esta en que con “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

55


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

frecuencia la oración normal en lenguas cambia a un lenguaje determinado, en un preciso momento, por el bien de la fe de alguien. El don de la oración de lenguas es algo permanente. El don es permanente, cuando una persona ha cedido a este don, el poder de orar en lenguas permanece en ella. Después de eso la primera vez puede orar en lenguas cuando ella quiere. Al comienzo esta oración puede ser una sola sílaba, una palabra o varias palabras. Conforme se va usando el don, como ya dijo mas adelante se va ampliando. ¿Hay un momento especial en que uno comience a orar en lenguas? No lo hay, pero se dan casos: a) Puede ocurrir en cualquier momento. b) Unas veces ora en lenguas cuando asiste a una Asamblea carismática. (El Espíritu Santo sopla como quiere y donde quiere). c) Usualmente la persona comienza a orar en lenguas cuando el sacerdote y la comunidad ora con ella por el bautismo del Espíritu. Este don generalmente es el primero que confiere el Espíritu Santo. Es muy útil para el crecimiento espiritual y generalmente es la puerta de entrada al mundo de los carismáticos. Pero no es la única. En comparación con la profecía y dar mensajes en lenguas e interpretarlas, es carisma de menor importancia (1 Cor 14,5). Pero para la edificación personal, el orar en lenguas es de mayor valor que nuestra colaboración. El orar en lenguas puede ser signo de la presencia de Cristo y del espíritu en la comunidad. 3. Cantar en lenguas A medida que la comunidad comienza a alabar a Dios en voz alta, orando en lenguas, se siente la necesidad de cantar alabanzas a nuestro Dios. Uno por uno los miembros de la asamblea van de la “oración en lenguas” al “canto en lenguas”. El Espíritu Santo dirige el grupo en armonía y unos con otros se encuentran cantando en cierta tonalidad musical, y es notorio como la comunidad termina el canto casi simultáneamente. Este cantar en lenguas a la vez que la oración en lenguas, produce paz interior, gozo y alegría, que viene de lo profundo de nuestro ser. Es frecuente que los que han recibido el don de oración en lenguas, produce paz interior gozo y alegría, que viene de lo profundo de nuestro ser. Es frecuente que los que han recibido el don de la oración en lenguas tengan también el don de cantar en lenguas. También es frecuente ver en los grupos de oración como hermanos pueden orar en lenguas, pero se inhiben (o se les hace difícil) cantar en lenguas. Lo más recomendable para lograrlo es ser sencillo, y como un niño dejarse guiar por el Espíritu Santo y no oponer resistencia. No es más que ponerle la musicalidad que siente en su corazón a su oración. Cuando oramos en comunidad a veces el grupo casi entero prorrumpe en cantos de alabanza en lenguas, como si un maestro hubiera cado la señal de comenzar, otras es iniciado por una persona de la asamblea de oración a la que siguen otras. }cuando termina el canto en lenguas sentimos que está pidiendo un silencio más o menos prolongado. Usualmente después de este silencio el Espíritu Santo usa algunos hermanos para dar profecías, mensajes en lenguas e interpretación de estos mensajes. Todo para edificación de la comunidad y también nuestra. Orar y cantar en lenguas son dos formas de oración que deben alternarse con la oración y el canto “con la mente”. 1 Cor 14, 14 – 17: “Si estoy orando mi espíritu era, pero el entendimiento queda sin “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 56


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

provecho. Es bueno orar con el Espíritu, pero también el entendimiento ha de participar en la oración. Has de cantar a Dios con el espíritu, pero también con el entendimiento. Y si sólo con el espíritu alabas a dios, ¿Cómo la persona sencilla y no preparada podrá decir: amén, al finalizar tu acción de gracias? Pues no han entendido. Tu acción de gracias ha sido excelente, pero el otro no sacó provecho. A más de ser la oración y el canto en lenguas una oración de alabanza y dentro de esto de comunicación con Dios. También este don nos permite usarlo indistintamente, según nos dejemos guiar por el Espíritu Santo.

-

Como una maravillosa oración de intercesión “como nosotros no sabemos orar como conviene, el Espíritu Santo viene en ayuda de nuestra debilidad para interceder por nosotros con gemidos inefables (Rom 8, 26).

-

Dentro de esta oración de intercesión se usa para orar por sanación: .....”quiero confesar mi experiencia, he visto muchas curaciones mientras oro en lenguas, que con la oración normal. La oración en lenguas facilita que se den palabras de conocimiento o discernimiento carismático. Es cuando estamos más disponibles para que el Señor nos use porque estamos rendidos completamente a El. (P. Emiliano Tardiff).

-

Es fuente de sanación: “La oración en lenguas reconstruye la personalidad entera. La acción del Espíritu Santo penetra en lo más profundo de nuestro ser: sobrenatural, psicológico y físico. Por más agazapado que se encuentre el subconsciente, hasta allí entra el Espíritu Santo con su acción vivificante y sanadora” (P.B. Juanes).

Sobre esta acción del Espíritu Santo en lo psicológico y en lo espiritual habría mucho que decir (y esto por personas especializadas) pero creo que si nos dejamos guiar y ser llenos del Espíritu Santo en nuestra oración y en nuestra vida; seremos testimonios de su acción sanadora y santificadora en nosotros, y donde El nos irá configurando poco a poco en Cristo. 4. DON DE LENGUAS Y DON DE INTERPRETACIÓN DE LENGUAS San Pablo escribe en 1 cor 12, 10 – 11 “Otros habla en lenguas y otro todavía interpreta lo que se dijo en lenguas. Y todo esto es obra de un mismo y único Espíritu, el cual reparte a cada uno según quiere”. Por tanto el hablar en lenguas y el interpretarlo son dos carismas distintos, que el Espíritu lo da a uno o a otro. Sigue diciéndonos Pablo: “?Hablan todo en lenguas? ¿ Interpretan todos? (1 cor 12, 30). “El que habla en lenguas pida el don de interpretar” (1 Cor 14, 13). Si no hay interpretación el mensaje dado a la Asamblea no aprovecha: -

Es como hablar al viento (ver 6 – 9). Quien no se ha iniciado en esta modalidad no podrá participar en la oración comunitaria (ver 16). Es como hablar en un idioma desconocido (ver 10 – 11).

Nuestra experiencia es que estos dones no se usan como deberían. Esta falta puede indicar desconocimiento en la diferencia entre oración en lenguas y don de lenguas. No debemos dejar que estos dones se pasen por alto o caigan en abandono, al contrario lo conocemos bien, para que el poder de esta Renovación sea atado dentro de la Iglesia. Recordemos que estos dones (junto con la oración en lenguas) apareció después de Pentecostés. Con las lenguas el hombre obtuvo un nuevo poder para liberar el mensaje de dios y por la interpretación el de escuchar su palabra. El don de lenguas es una manifestación pasajera del Espíritu Santo en un hermanos (usualmente un miembro maduro) en una Asamblea de oración carismática, por el cual es inspirado a hablar lenguas en alta voz y debe ser seguido por el don de interpretación. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 57


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Diferencia entre don de lenguas e interpretación La oración en lenguas: -

Es un don permanente. Todos lo pueden recibir. No necesita interpretación. Puede ser usado en oración o canto comunitario. Es usualmente una oración de alabanza y acción de gracias. Es destinado al crecimiento espiritual de la persona.

-

Es una manifestación pasajera del poder de dios. Lo reciben los miembros maduros. Tiene que ser interpretado. Lo habla una sola persona y no en común con otros. No se limita a oración de alabanza, pero puede tomar formas distintas. Es destinado principalmente a entregar el mensaje a la comunidad.

El don de lenguas:

El que hala en lenguas puede recibir también la interpretación de lo que dijo, más aún, Pablo le dice que pida el don de interpretar (1 Cor 14, 5. 13). La Interpretación no es simplemente una traducción. Aquí se trata de un carisma que mueve al interprete a expresar en palabras de su propio idioma un mensaje que juzga corresponde a lo que él mismo u otros dijo antes en “lenguas”. Cuando hay mensajes en lenguas, deben darse por turnos de dos o tres y luego tener la interpretación (1 cor 14, 27). Puede darse una sola interpretación, a cada mensaje o varias interpretaciones complementarias. También pueden darse varios mensajes y una sola interpretación. Pero debe haber puntos comunes si las interpretaciones son auténticas y son fruto de la oración. El juicio sobre la autenticidad de la interpretación lo da toda la comunidad, al aceptar con gozo y paz la interpretación presentada. Uno de los criterios de juicio será el de la edificación espiritual de la asamblea, pues a ella se ordena este carisma. En efecto las manifestaciones del Espíritu son para provecho común (1 Cor 12, 7), y San Pablo insiste en que “la asamblea reciba edificación, que se de “la edificación de la asamblea” (1 Cor 14, 5, 12). ¿Por qué un mensaje edifica a la Asamblea? Por su contenido. La experiencia demuestra que los mensajes en lenguas suelen ser palabras de alabanza, de acción de gracias, de ánimo para la comunidad. Raras veces buscan la corrección de una persona. En esto se parecen a las profecías. Por regla general estos mensajes se dirigen a toda la Asamblea, o al grupo de oración y no a uno de sus integrantes en particular. No se debe estorbar que se hable en lenguas, con tal que se cumplan las condiciones antes expresadas, y de que todo se haga con orden y dignidad (1 cor 14, 39 – 40). Si falta algún elemento, por ejemplo cuando no hay intérprete es mejor hacer silencio, y cada cual hable consigo mismo y con dios (1 Cor 14, 28). El don de lenguas con la interpretación se asemeja al don de profecía (1 Cor 14, 5): “deseo que habléis todos en lenguas; prefiero, sin embargo, que profeticéis, pues el que profetiza, supera al que habla en lenguas, a no ser que también interprete, para que la Asamblea reciba edificación”. Abusos con estos dones “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

58


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Existen dos problemas comunes y los líderes deben estar conscientes de ellos: Primero, las personas que hablan en lenguas en alta voz que no lo hacen realmente inspiradas por dios; segundo, las personas que dan interpretación a las lenguas y n tiene un verdadero don. Ciertamente, los líderes tienen que discernir el uso de estos dones y dar los pasos necesarios para eliminar el uso erróneo de ellos.

LOS SACRAMENTOS TEMA No. 4.1: EL SACRAMENTO DE LA EUCARISTÍA OBJETIVO: -

Comprender que la Sagrada Eucaristía culmina la iniciación cristiana. Los que han sido elevados a la dignidad del Sacerdocio real por el Bautismo y configurados más profundamente con cristo por la Confirmación, participan por medio de la Eucaristía con toda la comunidad en el sacrificio mismo del Señor.

Nuestro Señor Jesucristo, en la última cena, la noche en que fue entregado, instituyó el sacrificio Eucarístico de su cuerpo y su sangre, para perpetuar por los siglos, hasta su vuelta, el sacrificio de la Cruz y confiar así a su Esposa amada, la Iglesia, el memorial de su muerte y su resurrección, sacramento de piedad, signo de unidad, vínculo de amor. 1. LA EUCARISTÍA, FUENTE Y CUMBRE DE LA VIDA ECLESIAL La Eucaristía es “fuente y cima de toda la vida Cristiana” (Lumen Gentium 11). Los demás sacramentos, como también todos los ministerios eclesiales y las obras de apostolado, están unidas a la Eucaristía y a ella se ordenan. “La Eucaristía significa y realiza la comunión de vida con dios y la unidad del pueblo de dios por la que la Iglesia es ella misma. En ella se encuentra a la vez la cumbre de la acción por la que en Cristo, dios Santifica al mundo, y del culto que en el Espíritu Santo los hombres dan a Cristo y por El al Padre” (C dr. Ins “Eucheristicum mysterium” , 6) En resumen la Eucaristía es el compendio y la suma de nuestra fe. 2. EL NOMBRE DEL SACRAMENTO La riqueza inagotable de este sacramento se expresa mediante los distintos nombres que se le da. Cada uno de estos nombres evoca alguno de sus aspectos. Se les llama: -

EUCARISTÍA: Porque es acción de gracia a Dios. Las palabras “UCCHARISTEIN” (Luc 22, 19; 1 co 11, 24) y “Eulogein” (Mt 26, 26; Mc 14, 22) recuerdan las bendiciones judías que proclaman –sobre todo durante la comida- las obras de dios: la creación, la redención y la santificación.

-

BANQUETE DEL SEÑOR: (co 11, 20) Porque se trata de la cena que el Señor celebró con sus discípulos la víspera de su pasión y de la anticipación del banquete de bodas del cordero (Ap 19, 9) en la Jerusalén Celestial.

-

FRACCIÓN DEL PAN: Porque este rito, propio del banquete judío, fue utilizado por Jesús cuando bendecía y distribuía el pan como cabeza de familia (Mt 14, 19; 15, 36; Mc 8, 6, 19), sobre todo en la última Cena Mt. 26, 26; 1 Co 11, 24). En este gesto los discípulos lo reconocerán después de su resurrección (Lc 24, 13 – 35); y con esta expresión los primeros cristianos designaron sus asambleas “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 59


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

eucarísticas (Hch 2, 42 – 46; 20, 7-11). Con él se quiere significar que todos lo que comen de este único pan, partido, que es Cristo, entran en comunión con El y forman un solo cuerpo en El. -

MEMORIAL DE LA PASIÓN Y DE LA RESURRECCIÓN DEL SEÑOR:

porque actualiza el único sacrificio de Cristo salvador e incluye la ofrenda de la Iglesia; o también Santo sacrificio de la misa, “sacrificio de Alabanza” (Hch 13, 15; Sal 116, 13 – 17), Sacrificio espiritual ( 1 P 2,5), sacrificio puro (Mc 1, 11) y santo, puesto que completa y supera todos los sacrificios de la alianza. -

COMUNIÓN:

Porque por este sacramento nos unimos a Cristo que nos hace participes de su cuerpo y de su Sangre para formar un solo cuerpo (1 Co 10, 16 – 17).

-

SANTA MISA:

Porque la liturgia en la que se realiza el misterio de Salvación se termina con el envío de los fieles (“missio”) a fin de que se cumplan la voluntad de Dios en su vida cotidiana.

LA EUCARISTÍA EN LA ECONOMIA DE LA SALVACIÓN a) LOS SIGNOS DEL PAN Y EL VINO: en el corazón de la celebración de la Eucaristía se encuentre el pan y el vino que, por las palabras de Cristo y por la invocación del Espíritu Santo, se convierte en Cuerpo y Sangre de Cristo. Fiel a la orden del Señor, la Iglesia continúa haciendo, en memoria de El, hasta su retorno glorioso, lo que El hizo la víspera de su pasión: “Tomó pan...........”, “tomó el cáliz lleno de vino.......”. Al convertirse misteriosamente en el Cuerpo y la Sangre de Cristo, los signos del pan y del vino siguen significando también la bondad de la creación. En el ofertorio damos gracias al Creador por el pan y el vino (Sal 104, 13 – 15), fruto del trabajo del hombre”, pero antes, fruto de la tierra y de la vid dones del Creador. En la antigua alianza el pan y el vino eran ofrecidos como sacrificios entre las primicias de la tierra, en señal de reconocimiento del Creador. El “cáliz de bendición (1 Co 10, 16), al final del banquete pascual de los judíos, añade a la alegría festiva del vino una dimensión escatológica, la de la espera mesiánica del restablecimiento de Jerusalén. Jesús instituyó la Eucaristía dando un sentido nuevo y definitivo a la bendición del pan y del cáliz. -

Los milagros de la multiplicación de los panes, cuando el Señor dijo la bendición partió y distribuyó los panes por medio de sus discípulos para alimentar a la multitud, prefiguran, la sobreabundancia de este único pan de su Eucaristía (Mt 14, 13 - 21; 15, 32 – 39). El signo del agua convertida en vino en Canáa (Jn 2, 11) anuncia ya la hora de la Glorificación de Jesús. Manifiesta el cumplimiento del banquete de las bodas en el Reino del Padre, donde los fieles beberán vino nuevo (Mc 14, 25) convertido en Sangre de Cristo.

b) LA INSTITUCIÓN DE LA EUCARISTÍA: -

El Señor, habiendo amado a los suyos, los amó hasta el fin. Sabiendo que había llegado la hora de partir de este mundo para retornar a su Padre, en el transcurso de una cena, las lavó los pies y les dio el mandamiento del amor (Jn 13, 1 – 17). Para dejarles una prenda de este amor para no alejarse nunca de los suyos y hacerles partícipes de su pascua, instituyó la Eucaristía como memorial de su muerte y de su resurrección, y ordenó a sus apóstoles a celebrarlo hasta su retorno, “constituyéndoles entonces en Sacerdotes del Nuevo Testamento” (co de Trentos: DS 1740).

Los 3 Evangelios Sinópticos y San Pablo, nos han transmitido el relato de la institución a la Eucaristía, por su parte San Juan relata las palabras de Jesús en la sinagoga de Cafarnaún, palabras que preparan la institución de la Eucaristía: Cristo se designa así mismo como el pan de vida, bajado del cielo (Jn 6). Jesús escogió el tiempo de la Pascua para realizar lo que había anunciado en cafarnaún: dar a sus discípulos su Cuerpo y su Sangre. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 60


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Al celebrar la última Cena con sus apóstoles, en el transcurso del banquete Pascual, Jesús dio un sentido definitivo a la Pascua Judía. c) HACED ESTO EN MEMORIA MIA -

El mandamiento de Jesús de repetir us gestos y sus palabras “hasta que venga” (1 cor 11, 26), no exige solamente acordarse de Jesús y de lo que hizo. Requiere la celebración litúrgica por los apóstoles y sus sucesores del memorial de Cristo, de su vida, de su muerte, de su resurrección y de su intercesión junto al Padre.

-

La Iglesia, desde el comienzo que fiel a la orden del Señor. Así dice: “Acudían asiduamente a la enseñanza de los apóstoles, fieles a la comunión fraterna, a la fracción del pan y a las oraciones....” (Hch 2, 42 – 46).

-

Especialmente se reunían el 1er día de la semana, es decir el domingo, el día de la Resurrección de Jesús, “para partir el pan” (Hc 20,7). Desde entonces, hasta nuestros días, la celebración de la Eucaristía se ha perpetuado, y la encontramos por todas partes en la Iglesia. Sigue siendo el centro de la vida de la Iglesia.

5. LA CELEBRACIÓN LITURGICA DE LA EUCARISTÍA a) LA MISA DE TODOS LOS SIGLOS Desde el siglo II, según el testimonio de san Justino Mártir, tenemos las grandes líneas del desarrollo de la celebración eucarística. Estos han permanecido invariables hasta nuestros días a través de la diversidad de tradiciones rituales litúrgicos. Aquí algunos extractos de los que escribía el santo (138 – 161), lo que hacen los cristianos. “El día que se llama día del sol, tiene lugar la reunión en un mismo sitio, de todos lo que habitan en la ciudad o el campo se leen las memorias de los apóstoles y los escritos de los profetas, tanto tiempo como es posible. Cuando el lector ha terminado, el que preside toma la palabra para imitar y exhortar a la imitación de tan bellas cosas. Luego nos levantamos todos juntos y oramos por nosotros ....y por todos los demás donde quieran que estén, a fin de que seamos hallados justos en nuestra vida y de nuestras acciones, y seamos fieles a los mandamientos para alcanzar así la salvación eterna. Cuando termina esta oración, nos besamos unos a otros. Luego se lleva, al que preside a los hermanos, pan y una copa de agua y de vino mezclados. El presidente los toma y eleva alabanza y gloria al Padre del universo, por el nombre del Hijo y del Espíritu Santo y da gracias (en riego: eucharistian) largamente porque hayamos sido juzgados dignos de estos dones....(S. Justino Apol. 1, 65 – 67)”. - La liturgia de la Eucaristía se desarrolla conforme a una estructura fundamental, que se ha conservado a través de los tiempos, hasta nosotros. Comprende dos grandes momentos, que forman una unidad básica: • •

La reunión, la liturgia de la palabra con las lecturas, la homilía y la oración universal: La liturgia Eucarística, con la presentación del pan y del vino, la acción de gracias consecratoria y la comunión.

Ambos constituyen, juntos, “un solo acto de culto” (Sc 56); en efecto, la mesa preparada para nosotros en la Eucaristía, es a la vez la de la Palabra de dios y la del Cuerpo del Señor (DV 21). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

61


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Aquí apreciamos el mismo dinamismo del banquete pascual de Jesús resucitado con sus discípulos: en el camino les explicaba las Escrituras, luego sentándose a la mesa con ellos “tomó el pan, pronunció la bendición, lo partió y se los dio” (Lc 24, 13 – 35). b) EL DESARROLLO DE LA CELEBRACIÓN -

Todos se reúnen Los cristianos acuden a un mismo lugar para la asamblea Eucarística. A su cabeza está Cristo mismo, que es el actor principal de la Eucaristía. Es el Sumo Sacerdote de la Nueva Alianza, el mismo es quien preside invisiblemente toda celebración eucarística. Como representante suyo, el Obispo o el Presbítero, preside la asamblea, toma la palabra después de las lecturas, recibe las ofrendas y dice la plegaria eucarística. Todos tienen participación activa. La liturgia de la Palabra, comprende los escritos de los profetas, es decir, el Antiguo Testamento, y las “Memorias de los apóstoles”, es decir sus cartas y los Evangelios.

-

Presentación de las ofrendas (el ofertorio), esto se lleva al altar, a veces en procesión, el pan y el vino que serán ofrecidos por el sacerdote en nombre de Cristo. “Sólo la Iglesia presenta esta oblación, pura, al Creador, ofreciéndole con acción de gracias lo que proviene de su creación” (S. Ireneo, Haer 4, 18, 4; Cf MI 1, 11).

-

Desde el principio, junto con el pan y el vino para la Eucaristía, los cristianos presentan también sus dones para compartirlos con los que tienen necesidad. Esta costumbre de la colecta (Col 16, 1) se inspira en el ejemplo de Cristo que se hizo pobre para enriquecernos (2 Cor 8, 9).

-

La Anáfora: con la plegaria eucarística, oración de acción de gracias y de consagración, llegamos al corazón y a la cumbre de la celebración.

-

En la Epíclesis, la Iglesia pide al padre que envíe su Espíritu Santo, sobre el pan y el vino, para que se conviertan, por su poder, en el cuerpo y la sangre de Jesucristo, y que quienes tomen parte en la Eucaristía sean un solo cuerpo y un solo espíritu.

-

En la Anamesis que sigue, la Iglesia hace memoria de la pasión, de la resurrección y del retorno glorioso de Cristo Jesús; presenta al Padre la ofrenda de su hijo que nos reconcilia con El. En las intercesiones, la iglesia expresa que la Eucaristía se celebra con toda la Iglesia del cielo y de la tierra, de los vivos y de los difuntos, y en comunión con los pastores de la iglesia, el Papa, el Obispo de la diócesis, etc.

-

En la comunión, precedida por la oración del Señor y de la fracción del pan, los fieles reciben “el pan del cielo” y “el cáliz de la salvación”, el cuerpo y la sangre de Cristo que se entregó” para la vida del mundo” (Jn 6, 51).

Bibliografía: Catecismo de la Iglesia Católica. Abreviaturas Usadas: Apol Sc Dv Haer Cdr inst:

: : : :

Apológica (Obra de San Justino). Sínodo de Constantinopla Dei Verbum Adversus haereses (Sn Ireneo) Congregación de ritos. CUESTIONARIO

1. La Eucaristía es _________________________y cima de toda la vida__________________________. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

62


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 2. La

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Eucaristía__________________________y

realiza

la______________________de

vida

con_____________________y la unidad del pueblo de____________________________. 3. Se le llama Eucaristía porque es_____________________de _________________a ____________________.Se le llama Comunión porque por este ______________nos__________________a________________________que nos hace________________________de su ____________________y de su___________________. 4. Se

le

llama

Santa

Misa

porque

la

________________de__________________________se

liturgia

termina

en

con

que

se

realiza

el

el___________________de

los

_______________________a fin de que _______________la Voluntad de ___________________________en su vida______________________. 5. En la celebración de la Eucaristía se encuentra el ________________________y el ______________________, porque las palabras de ________________________y por la invocación del _____________________,se convierten en __________________________y __________________________de ______________________. 6. Jesucristo, para dejarles una prenda de amor a sus apóstoles y para no alejarse nunca de los suyos, instituyó

la

______________________,

como

memorial

de

su________________________y

de

su___________________, y ordenó a sus apóstoles___________________hasta su _______________________, constituyéndolos en ______________________del nuevo__________________________. 7. La Iglesia desde el comienzo fue ______________________a la orden del___________________así se dice, acudían________________________a ________________________fraterna,

la a

de la

los

______________________________-fieles

fracción

del

_______________________y

a a

la las

_____________________________. 8. La Eucaristía comprende 2 grandes momentos: -

La reunión, la _______________________de la __________________________con las lecturas, la_________________________y la ______________________universal.

-

La

liturgia

______________________,

del_______________________,

la

con

acción

la

presentación

del

________________y

de_________________consecratoria

y

la

los_____________________________de

los

________________________. 9.

La

liturgia

de

____________________y

la

Palabra las

comprende

memorias

de

los

_______________________es

decir

sus

____________________y ________________________. 10.

En la Comunión, precedida por la _______________________del _________________y de la fracción de_______________________los fieles el pan del ___________________________y el cáliz de la _____________________,es ______________ y la ______________________de ____________________que se entregó para la vida del __________________________.

MMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMMM Sacramentos “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

63


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 TEMA No. 4.2:

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

EL SACRAMENTO DE LA EUCARISTÍA

OBJETIVO: Comprender que la celebración de la Eucaristía se debe a un mandato del Señor y constituye una alabanza al Padre, un memorial del Sacrificio de Cristo, y que la presencia de Cristo en la Eucaristía es un hecho real. No es un solo recordar la última cena. 1. EL SACRIFICIO SACRAMENTAL; ACCION DE GRACIAS, MEMORIAL, PRESENCIA -Desde los orígenes de la Iglesia, los cristianos celebraron la Eucaristía, la cual en su sustancia no ha sufrido cambio a través de la diversidad de épocas y liturgias; y esto sucede porque no sabemos que estamos sujetos al mandato del Señor “Haced esto en memoria mía” (1 Cor 11, 24-25). -Este mandato lo cumplimos, celebrando el memorial del sacrificio Al hacerlo, ofrecemos al Padre lo que El mismo nos ha dado; los dones de su Creación, el pan y el vino, convertidos por el Poder del Espíritu Santo y las palabras de Cristo, en el Cuerpo y la Sangre del mismo Cristo: Así, Cristo se hace real y misteriosamente presente. -En consecuencia, debemos considerar la Eucaristía: a)Como acción de gracias y alabanza al Padre. b)Como memorial del sacrificio de Cristo y de su Cuerpo. c)Como presencia de Cristo por el poder de su Palabra y de su Espíritu. a)ACCION DE GRACIAS Y ALABANZA AL PADRE En el Sacrificio Eucarístico, toda la creación amada por Dios, es presentada al Padre a través de la muerte y resurrección de Cristo. Por Cristo, la Iglesia puede ofrecer el sacrificio de alabanza en acción de gracias por todo lo que Dios ha hecho de bueno, de bello y de justo en la creación y en la humanidad. Por lo tanto la Eucaristía es también un sacrificio de Alabanza, en acción de gracias por la obra de la creación. -La Eucaristía es un sacrificio de acción de gracias al Padre , una bendición por el cual la Iglesia expresa su reconocimiento a Dios por todos los beneficios, por todo lo realizado mediante la creación, la redención y la santificación. b)EL MEMORIAL SACRIFICIAL DE CRISTO Y DE SU CUERPO, QUE ES LA IGLESIA -La Eucaristía es el memorial de la Pascua de Cristo, la actualización y la ofrenda Sacramental de su único sacrificio, en la liturgia de la Iglesia que es su Cuerpo. En todas las plegarias Eucarísticas encontremos, las palabras de la institución una oración llamada Anamnesis o memorial. -Es el sentido empleado por la Sagrada Escritura, el memorial no es solamente el recuerdo de los acontecimientos del pasado, sino la proclamación de las maravillas que Dios ha realizado a favor de los hombres (Ex 13,3). -El memorial recibe un sentido nuevo en el Nuevo Testamento. Cuando la Iglesia celebra la Eucaristía, hace memoria de la Pascua de Cristo y esta se hace presente: el sacrificio que Cristo ofreció de una vez para siempre en la Cruz, permanece siempre actual (Hb 7, 25-27). “Cuántas veces se renueva en el altar el sacrificio de la Cruz, en el que Cristo, nuestra Pascua fue inmolado, se realiza la obra de nuestra redención” (LG3. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

64


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-Por ser memorial de la Pascua de Cristo, la Eucaristía es también un sacrificio. Este carácter se manifiesta en las palabras mismas de la institución. “Esto es mi cuerpo que será entregado por vosotros” y “Esta copa es la Alianza en mi sangre, que será derramada por vosotros” (Lc 22, 19-20). En la Eucaristía, Cristo da el mismo cuerpo que por nosotros entregó en la Cruz, y la Sangre misma que “derramó por muchos para remisión de los pecados” (Mt 26,28). -La Eucaristía es, pues, un sacrificio porque representa (hace presente) el sacrificio de la Cruz, porque es su memorial y aplica su fruto. -El sacrificio de Cristo, el sacrificio de la Eucaristía son, pues un único sacrificio: “Es una y la misma victima, que se ofrece ahora por el Ministerio de los sacerdotes, que se ofreció así mismo entonces sobre la Cruz: Sólo difiere la manera de ofrecer (Cc de Trento: DS 1743). -La Eucaristía, es igualmente el sacrificio de la Iglesia. La Iglesia, que es el Cuerpo de Cristo, participa en la ofrenda de su cabeza. Con El, ella se ofrece totalmente. Se une a su intercesión ante el Padre por todos los hombres. Toda la Iglesia se une a la ofrenda y a la intercesión de Cristo. Encargado del ministerio de Pedro en la Iglesia, el Papa es asociado a toda celebración de la Eucaristía en la que es nombrado como signo y servidor de la unidad de la Iglesia universal. El Obispo del lugar es responsable de la Eucaristía, incluso cuando es presidida por un Presbítero: el nombre del Obispo se pronuncia en ella para significar su presidencia de la Iglesia particular. -A la ofrenda de Cristo, se unen no sólo los miembros que están todavía aquí abajo, sino también los que están ya en la gloria del cielo. La Iglesia ofrece el sacrificio eucarístico en comunión con la Santísima Virgen María y haciendo memoria de ellas, así como todos los Santos y Santas. -El sacrificio Eucarístico también es ofrecido por los fieles difuntos “que han muerto en Cristo y todavía no están plenamente purificados” (C. De Trento: DS 1743), para que puedan entrar en la luz y en la Paz de Cristo. c) LA PRESENCIA DE CRISTO POR EL PODER DE SU PALABRA Y DEL ESPIRITU SANTO. -Cristo Jesús que murió, resucitó, que está a la derecha de Dios e intercede por nosotros (Rm 8,34) está presente de muchas maneras en su Iglesia (LG 48): en su Palabra, en la oración de la Iglesia, en los pobres, en los enfermos, los presos (Mt 25, 31-46) en los sacramentos de los que El es el autor, en la misa, y en la persona del ministro, Pero, “sobre todo (está presente), bajo las especies eucarísticas” (SC 7). -El modo de presencia de Cristo bajo la especie eucarística es singular. Eleva la Eucaristía por encima de todos los sacramentos y hace de ella “como la perfección de la vida espiritual y el fin al que tienden todos los sacramentos” (S. Tomás de Aquino. S.Th 3, 73,3). En el Santísimo sacramento de la Eucaristía están “contenidos verdear, real y substancialmente el Cuerpo y la Sangre junto con el alma y la divinidad de nuestro Señor Jesucristo, y por consiguiente, Cristo entero” (CC. De Trento: SD 1651). -La presencia eucarística de Cristo comienza en el momento de la consagración y dura todo el tiempo que subsistan las especies eucarísticas. -Es realmente admirable que Cristo comienza en el momento de la consagración y dura todo el tiempo que subsistan las especies eucarísticas. -Es realmente admirable que Cristo haya querido hacerse presente en su iglesia de esta manera tan singular. Como Cristo iba a dejar a sus seguidores bajo su forma visible, quiso darnos su presencia sacramental. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

65


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-La presencia del verdadero Cuerpo de Cristo y de la verdadera Sangre de Cristo en este sacramento, “no se conoce por los sentidos, sino por la fe, la cual se apoya en la autoridad de Dios” dice Santo Tomás de Aquino. 2. EL BANQUETE PASCUAL: - La misa es, a la vez e inseparablemente, el memorial sacrificial en que se perpetua el Sacrificio de la Cruz, y el banquete Sagrado de la comunión en el Cuerpo y la Sangre del Señor. La celebración del Sacrificio eucarístico está totalmente orientada hacia la unión íntima de los fieles con Cristo por medio de la comunión. -El altar, en torno al cual la Iglesia se reúne en la celebración de la Eucaristía, representa los dos aspectos de un mismo misterio: el altar del sacrificio y la mesa del Señor, y esto, tanto más cuanto que el altar cristiano es el símbolo de Cristo de la asamblea de sus fieles. a) TOMAD Y COMED TODOS DE EL: LA COMUNIÓN: -El Señor nos dirige una invitación urgente a recibirle en el Sacramento de la Eucaristía: “En verdad, en verdad os digo: si no coméis la carne del Hijo del hombre, y no bebéis su sangre, no tendréis vida en vosotros (Jn 6,53). Para responder a esta invitación, debemos prepararnos para este momento tan grande y santo. San Pablo exhorta a un examen de conciencia: “Quien coma el pan o beba el cáliz del Señor indignamente, será reo del Cuerpo y de la Sangre del Señor. Examínense pues, cada cual, y coma del pan y beba del cáliz. Que quien come y bebe sin discernir el Cuerpo come y bebe su propio castigo” (1 Cor 11, 27-29). Quien tiene conciencia de estar en pecado grave, debe recibir convenientemente la Eucaristía, los fieles deben observar el ayuno que la Iglesia ha prescrito. La Iglesia obliga a los fieles a “participar los domingos y días de fiesta en la divina liturgia” (OE 15) y a recibir al menos una vez al año la Eucaristía, si es posible en tiempo pascual (CIC Can 920), preparados por el sacramento de la Reconciliación. -Gracias a la presencia Sacramental de Cristo bajo cada una de las especies, la comunión bajo la sola especie de pan ya hace que se reciba todo el fruto de gracia propio de la Eucaristía. Por razones pastorales, esta manera de comulgar, se ha establecido legítimamente como las vías habitual en el rito latino. b) LOS FRUTOS DE LA COMUNIÓN -La comunión acrecienta nuestra unión con Cristo. En efecto, el Señor dice: “Quien come mi Carne y bebe mi Sangre, habita en mi y yo en el (Jn 6, 56). La vida en Cristo encuentra su fundamento en el banquete eucarístico: “Lo mismo que me ha enviado el Padre, que vive, y yo vivo por el Padre, también el que coma vivirá por mí (JN 6, 52). -La comunión con la Carne de Cristo resucitado, “vivificada por el Espíritu Santo y vivificante” (D=5), conserva, acrecienta y renueva la vida de gracia recibida en el Bautismo. -La comunión nos separa del pecado. El cuerpo de Cristo que recibimos en la comunión es “entregado por nosotros”, y la Sangre que bebemos es “derramada por muchos para el perdón de los pecados”. Por eso, la Eucaristía no puede unirnos a Cristo sin purificarnos al mismo tiempo de os pecados cometidos y preservarnos de futuros pecados. -Como el alimento corporal sirve para restaurar la pérdida de fuerzas, “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

66


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

la Eucaristía fortalece la caridad que, en la vida cotidiana tiende a debilitarse; y esta caridad vivificada borra los pecados veniales (Cc de Trento: Ds 1638). -La Eucaristía nos preserva de futuros pecados mortales. Cuanto más participamos en la Vida de Cristo y más progresamos en su amistad, tanto más difícil se nos hará romper con El por el pecado mortal. La Eucaristía no está ordenada al perdón de los pecados mortales. Esto es propio de la Reconciliación. -Hace la unión del Cuerpo místico: La Eucaristía hace la Iglesia, Los que reciben la Eucaristía se unen más estrechamente a Cristo. Por ello mismo, Cristo une a todos los fieles en un solo cuerpo: la Iglesia. La Eucaristía realiza esta llamada; El cáliz de bendición que bendecimos ¿no es acaso comunión con la Sangre de Cristo? Y el pan que partimos ¿no es comunión con el Cuerpo de Cristo? Porque aún siendo muchos, un solo pan y un solo cuerpo somos, pues todos participamos de un solo pan (1 Co 10, 16-17). -La Eucaristía entraña un compromiso a favor de los pobres. Para recibir en la verdad el Cuerpo y la Sangre de Cristo, entregados por nosotros, debemos reconocer a Cristo en los más pobres, sus hermanos (Mt 25, 40). 4. LA EUCARISTÍA, “PIGNUS FUTURAE GLORIAE” -En una antigua oración, la Iglesia aclama el misterio de la Eucaristía: “¡Oh sagrado banquete, en que Cristo es nuestra comida;: se celebra el memorial de su pasión; el alma se llena de gracia y se nos da la prenda de la Gloria futura!”. Así como la Eucaristía es el memorial de la Pascua del Señor, y si por comunión en el altar somos colmados de “gracia y bendición” (MR Canon Romano, 96), la Eucaristía es también la anticipación de la Gloria celestial. -En la última Cena, el Señor mismo atrajo la atención de sus discípulos hacia el cumplimiento de la Pascua en el reino de Dios. “ os digo que desde ahora beberé de este fruto de la vid hasta el día que lo beba con vosotros, de nuevo, en el Reino de mi Padre” (Mt 26, 29; Lc 22, 18; Mc 14, 25). Cada vez que la Iglesia celebra la Eucaristía, recuerda esta promesa y su mirada se dirige hacia “el que viene” (Ap. 1, 4). -La Iglesia sabe que, ya ahora, el Señor viene en su Eucaristía y que está ahí en medio de nosotros. Sin embargo esta presencia esta velada. Por eso celebramos la Eucaristía expectantes, “Mientras esperamos la venida de Nuestro Señor Jesucristo”. Embolismo después del Padre Nuestro” (Tt 2,13). -de esta gran esperanza la de los cielos nuevos y la tierra nueva en los que habitará la justicia (2 P 3, 13) no tenemos prenda mas segura, signo mas manifiesto que la Eucaristía. BIBLIOGRAFÍA: NUEVO CATECISMO DE LA IGLESIA CATOLICA. SIGNIFICADOS DE ALGUNAS ABREVIATURAS UTILIZADAS LG : SC : STH : OE : CIC: PO : MR :

Lumen Gentium (documento del Vaticano II). Sacrosantum Concilium (Docum Vaticano II). Summataeologica (Vaticano II). Orientalium Eclesarium (VaticanoII) Codees Iuris Canonici (Texto de Derecho Canónico) Presbyterorum Ordinis (Documento de la Iglesia) Misal rOmano.

CUESTIONARIO

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

67


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

1. Al celebrar el memorial del Sacrifico, ofrecemos al _________________________lo que El mismo nos ha ________________________los _______________________de su _____________________, el _________________y el _________________________, convertidos por el poder del __________________________y ____________________ del mismo _____________________así, cristo se hace _________________y _______________________presente. 2. En la Eucaristía, Cristo da el mismo ____________________que por nosotros______________________en la ___________________________y la __________________misma que ___________________por muchos para ________________________de los ________________________. 3. El Sacrificio de ____________________________y el sacrificio de la _______________________son, pues un ______________________________sacrificio: “Es una y la __________________victima, que se ofrece ahora por el _________________________de los ____________________que se ofreció así mismo entonces sobre la ______________________. 4. La presencia del verdadero__________________de________________y de la____________________sangre de ________________________en la Eucaristía, no se ________________________por los __________________, sino por la _____________________, la cual se <________________________en la autoridad de __________________________. 5. Quien coma el ____________o beba el ______________del ________________indignamente, será _________________del _____________________y de la _______________________del_________________________. 6. Quien come y ______________________sin ________________el ___________, come y__________________su propio ____________________. 7. Quien come mi ____________________y bebe mi ____________________habita en ___________y yo _______________________.

TEMA No. 5: LA PENITENCIA Y LA RECONCILIACIÓN OBJETIVO:

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

68


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Comprender, que los que se acercan al sacramento de la Penitencia, tienen de la misericordia de Dios, el perdón de los pecados cometidos contra El y, al mismo tiempo, se reconcilian con la Iglesia, a la que ofendieron con sus pecados. EL NOMBRE DE ESTE SACRAMENTO A este sacramento, se le conoce con diversos nombres así: de Conversión, de la Penitencia, de la Confesión, del Perdón y de Reconciliación. c) Se le denomina Sacramento de conversión porque realiza sacramentalmente la llamada de Jesús a la conversión (Mc 1, 15), la vuelta al Padre, del hombre que se había alejado por el pecado. d) Se le llama sacramento de la Penitencia porque consagra un proceso personal y eclesial de conversión, de arrepentimiento y de reparación por parte del cristiano pecador. e) Se le llama Sacramento de la Confesión, porque la declaración o confesión de los pecados ante el sacerdote es un elemento esencial de este Sacramento. f)

Se le denomina Sacramento del Perdón, porque por la absolución sacramental del sacerdote, Dios concede al penitente el perdón y la paz.

g) Se le denomina sacramento de Reconciliación, porque otorga al pecador el amor de Dios que reconcilia: “Dejaos reconciliar con Dios” (2 Co 5, 29). PORQUE UN SACRAMENTO DE LA RECONCILIACIÓN DESPUÉS DEL BAUTISMO El nuevo nacimiento por el Bautismo, la conversión a Cristo, el don del Espíritu Santo, el Cuerpo y la Sangre de Cristo, recibidos como alimento, nos han hecho “Santos e inmaculados ante El” (Ef. 1, 4), como la Iglesia misma, esposa de Cristo, es Santa e inmaculada ante El (Ef 5, 27). Sin embargo, la vida nueva recibida en la iniciación cristiana, no suprimió la fragilidad y la debilidad de la naturaleza humana, ni la inclinación al pecado, que la tradición llama concupiscencia, y que permanece en los bautizados a fin de que sirva de prueba en ellos en el combate de la vida cristiana ayudados por la gracia de Dios (DS 1515). CONVERSIÓN DE LOS BAUTIZADOS Jesús llama a la conversión. Esta llamada es una parte esencial del anuncio del Reino: “El tiempo se ha cumplido y el Reino de Dios está cerca; convertios y creced en la Buena Nueva”. (Mc 1, 15). En la predicación de la Iglesia, esta llamada primeramente se dirige a los que no conocen todavía a Cristo y a su Evangelio, siendo el Bautismo la primera fuente de conversión. -

La llamada de Cristo a la conversión, sigue resonando en la vida de los Cristianos. Esta segunda conversión es una tarea in interrumpida para toda la Iglesia, “que recibe en su propio seno a los pecadores”, y que siendo “santa al mismo tiempo, que necesitada de purificación constante, busca sin cesar la penitencia y la renovación”(LG8).

Este esfuerzo de conversión no es sólo una obra humana, es el movimiento del “corazón contrito” (Sal 51, 19) atraído y movido por la gracia (Jn 6, 44; 12, 32) a responder al amor misericordioso de Dios que nos ha amado primero (Jn 4, 19). -

De esto, da testimonio la conversión de San Pedro, tras la triple negación de su maestro. La infinita mirada de misericordia de Jesús provoca las lágrimas de arrepentimiento (Lc 22, 61) y, tras la resurrección del Señor, la triple afirmación de su amor hacia El (Jn 21, 15 – 17). La segunda conversión, también tiene una dimensión comunitaria. Esto aparece en la llamada del Señor a toda la Iglesia: “¡Arrepiéntete!”. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 69


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

LA PENITENCIA INTERIOR La llamada de Jesús a la conversión y a la penitencia, no mira a las obras exteriores, sino a la conversión del corazón, la penitencia interior. Sin ella las obras de penitencia permanecen estériles y engañosas; por el contrario, la conversión interior impulsa a la expresión de esta actitud por medio de los signos visibles, gestos y obras de penitencia (Joel 2, 12 – 13; Is 1, 16 – 17; Mt 6, 1 – 6, 16 – 18). -

La penitencia interior es una reorientación radical de toda la vida, un retorno, una conversión a Dios con todo nuestro corazón, una ruptura con el pecado. Al mismo tiempo, comprende el deseo y la resolución de cambiar de vida con la esperanza de la misericordia divina.

-

El corazón del hombre es rudo y endurecido. Es preciso que Dios dé al hombre un corazón nuevo (Ez 36, - 27). La conversión es primeramente una obra de la gracia de Dios que hace volver a El, nuestros corazones: “Conviértenos Señor, y nos convertiremos (Lc 5, 21). Al descubrir la grandeza de amor de Dios, nuestro corazón se estremece ante el horror y el peso del pecado y teme ofender a Dios por el pecado y verse separado de El.

-

Después de pascua, el Espíritu Santo “convence al mundo en lo referente al pecado” (Jn 16, 8 - 9). Pero este mismo Espíritu que revela el pecado, es el Consolador (Jn 15, 26) que da al corazón del hombre la gracia del arrepentimiento y de la conversión (Hch 2, 36 – 38; Juan pablo II dev 27 – 48).

DIVERSAS FORMAS DE PENITENCIA EN LA VIDA CRISTIANA -

La penitencia interior del Cristiano, puede tener expresiones muy variadas. La Escritura y los Padres insisten sobre todo en 3 formas; el ayuno, la oración y la limosna (Tb 12, 8; Mt 6, 1 – 18), que expresan la conversión con relación a sí miso, con relación a Dios y con relación a los demás. Están como medio de obtener el perdón de los pecados, los esfuerzos realizados para reconciliarse con el prójimo, la preocupación por la salvación del prójimo (St 5, 20), la intercesión de los santos y la práctica de la caridad “que cubre multitud de pecados” (1 Pe 4, 8).

-

La conversión se realiza en la vida cotidiana mediante gestos de reconciliación, la conversión a los pobres, el ejercicio y la defensa de la justicia y del derecho (Am 5, 24; Is 1, 17), por el reconocimiento de nuestras faltas ante los hermanos, la corrección fraterna, la revisión de vida, el examen de conciencia, la dirección espiritual, la aceptación de los sufrimientos, etc. Tomar la cruz cada día y seguir a Jesús, es el camino más seguro de la penitencia (Lc 9, 23).

EUCARISTÍA Y PENITENCIA La conversión y la penitencia diarias encuentran su fuente y su alimentación en la Eucaristía; pues en ella se hace presente el sacrificio de Cristo que nos reconcilió con Dios, por ella son alimentados y fortificados los que viven de la vida de Cristo. -

La lectura de la sagrada escritura, la oración de la Liturgia de las horas, y del Padre Nuestro, todo acto sincero de culto o piedad, reavivan en nosotros el espíritu de conversión y de penitencia y contribuye al perdón de nuestros pecados.

-

Los tiempos y los días de penitencia a lo largo del año litúrgico, son momentos fuertes de la práctica penitencial de la Iglesia. Estos tiempos son especialmente apropiados por los ejercicios espirituales, las peregrinaciones, las liturgias penitenciales, las privaciones voluntarias como el ayuno y la limosna.

-

El proceso de conversión y de la penitencia, fue descrito maravillosamente por Jesús en la parábola del “hijo pródigo, cuyo centro es el padre misericordioso (Lc 15, 11- 24).

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

70


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

EL SACRAMENTO DE LA PENITENCIA Y DE LA RECONCILIACIÓN -

El pecado es ante todo, ofensa a Dios, ruptura de la comunión con El. Al mismo tiempo, atenta contra la comunión con la Iglesia. Por eso, la conversación implica a la vez el perdón de Dios y la reconciliación con la Iglesia, que es lo que expresa y realiza litúrgicamente el Sacramento de la Penitencia y de la Reconciliación (LG 11).

SOLO DIOS PERDONA EL PECADO Solo Dios perdona los pecados (Mc 2, 7). Porque Jesús es el hijo de Dios, dice de sí mismo: “El Hijo del Hombre tiene poder de perdonar los pecados en la tierra” (Mc 2, 10) y ejercer ese poder Divino: “Tus pecados están perdonados (Mc 2, 5; Lc 7, 48). Más aún, en virtud de su autoridad divina, Jesús confiere este poder a los hombres (Jn 20, 21 – 23) para que lo ejerzan en su nombre. -

Cristo ha querido que toda su Iglesia, tanto en su oración como en su vida y su obra fuera el signo y el instrumento del perdón y de la reconciliación, que nos adquirió al precio de su sangre. Sin embargo confió el ejercicio del poder de absolución al ministerio apostólico, que está encargado del “Ministerio de la reconciliación” (2 Co 5, 18).

El apóstol es enviado”en nombre de Cristo” y “es Dios mismo” quien, a través de él exhorta y suplica. “Dejaos reconciliar con Dios” (2 Co 5, 20). RECONCILIACIÓN CON LA IGLESIA -

Durante su vida pública, Jesús no sólo perdonó los pecados, sino que también, manifestó el efecto de este perdón. Jesús admite a los pecadores a su mesa, más aún, el mismo se sienta a su mesa, gesto que expresa de manera conmovedora, a la vez, el perdón de Dios (Lc 15), y el retorno al seno del pueblo de Dios (Lc 19, 9).

-

Jesús al hacer partícipes a los apóstoles de “perdonar los pecados, el Señor les da también la autoridad de reconciliar a los pecadores con la Iglesia. Esto se expresa en las palabras de Cristo a Simón Pedro: “a ti te daré las llaves del Reino de los cielos, y lo que ates en la tierra quedará atado en los cielos; y lo que desates en la tierra, quedará desatado en los cielos “ mt 16, 19). “Está claro que también el Colegio de los apóstoles, unido a su cabeza (Mt 18, 18; 28, 16 – 29),recibió la función de atar y desatar dada a Pedro (Mt 16, 19)” (LG 22).

-

La reconciliación con la Iglesia, es inseparable de la reconciliación con Dios.

EL SACRAMENTO DEL PERDON -

Cristo instituyó el Sacramento de la penitencia a favor de todos los miembros pecadores de su Iglesia. Este Sacramento ofrece a estos una nueva posibilidad de convertirse y de recuperar la gracia de la justificación.

-

A lo largo de los siglos, la forma concreta según la cual la Iglesia ha ejercido este poder recibido del Señor, ha variado mucho.

Durante los primeros siglos, los que habían cometido pecados graves, después del Bautismo, (idolatría, homicidio, adulterio), la reconciliación estaba vinculada a una disciplina muy rigurosa, según la cual los penitentes debían hacer penitencia pública por sus pecados, a menudo por largos años, antes de recibir la reconciliación, y sólo era admitido raramente y en algunas veces una vez en la vida. Hoy en cambio, se hace ante el sacerdote y en secreto y el Sacramento puede ser reiterativo.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

71


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-

A pesar de los cambios sufridos en cuanto a la disciplina y la celebración, se descubre una misma estructura fundamental. Comprende 2 elementos igualmente esenciales: los actos del hombre, como son la contrición, la confesión y la satisfacción; y por otro lado la acción de Dios por ministerio de la Iglesia. Por medio del obispo y de los Presbíteros, la Iglesia en nombre de Jesucristo concede el perdón de los pecados, determinando la modalidad de la satisfacción, y por otra parte, ora por el pecador y hace penitencia por él. Así y restablecido en la comunión eclesial.

-

La fórmula de absolución en uso en la Iglesia latina, expresa el elemento esencial de este sacramento; el padre de misericordia es la fuente de todo perdón. Realiza la reconciliación de los pecadores por la Pascua de su Hijo y el don de su Espíritu, a través de la oración y el ministerio de la Iglesia.

LOS ACTOS DEL PENITENTE “La Penitencia mueve al pecador a sufrir todo voluntariamente; en su corazón, contricción; en la boca, confesión; en la obra toda humildad y fructífera satisfacción (Catech. R 2, 5, 21 Cc de Trento: DS 1673). a) La Contricción.-

Entre los actos del penitente, la contricción aparece en primer lugar. Es un “dolor del alma y una detestación del pecado cometido, y con la resolución de no volver a pecar (Cc de Trento: DS 1676).

-

Se llama “contricción perfecta”, cuando brota del amor de Dios. Esta contricción perdona todas las faltas veniales; obtiene también el perdón de los pecados mortales, si comprende la firme resolución de recurrir tan pronto sea posible a la confesión sacramental (Cc de Trento: DS 1677).

-

La Contricción llamados imperfecta o “atrición” también es un don de Dios, un impulso del Espíritu Santo. Nace de la Consideración de la fealdad del pecado o del temor de la condenación eterna. Tal conmoción de la conciencia, puede ser el comienzo de una evolución interior, que culmina, bajo la acción de la gracia, en la absolución sacramental. No alcanza, por sí misma el perdón de los pecados graves, pero dispone a obtenerlo en el sacramento de la Penitencia (Cc de Trento DS 1678, 1705).

-

Conviene preparar la recepción de este Sacramento, mediante un examen de conciencia, bajo la ayuda de la palabra de Dios (Los Evangelios y las cartas de los Apóstoles) Rm 12, 15; 1 Co 12, 13; Ga 5; Ef 4, 6).

b) La Confesión de los pecados -

Por la confesión, el hombre se enfrenta a los pecados de que se siente culpable, asume su responsabilidad y por ello se abre de nuevo a Dios y a la comunión de la Iglesia.

-

La confesión de los pecados hecha al sacerdote, constituye una parte esencial del sacramento de la penitencia; “En la confesión, los penitentes deben enumerar todos los pecados mortales de que tienen conciencia tras haberse examinado seriamente (Ex 20, 17; Mt 5, 28).

-

Según el mandamiento de la Iglesia, “Todo fiel llegado a la edad del uso de razón, debe confesarse por lo menos una vez al año, los pecados graves de que tiene conciencia” (CIC Con 989; DS 1683; 1708). “Quien tenga conciencia de hallarse en pecado grave que no celebre misa ni comulgue al cuerpo de Cristo sin acudir antes a la confesión sacramental, a no ser que concurra un motivo grave y no haya posibilidad de confesarse.......(CiC can 916, Cc de Trento: DS 1647; 1661; Cceo can 711).

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

72


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-

Los niños deben acceder al Sacramento de la penitencia antes de recibir por primera vez la Sagrada Comunión (CIC 914).

-

Sin ser estrictamente necesaria, la confesión de los pecados veniales, se recomienda vivamente por la Iglesia. (Cc de Trento: DS 1680; CIC 988, 2).

c) La Satisfacción Muchos pecados cusan daño al prójimo. Es preciso hacer lo posible para repararlo (por ejemplo: restituir las cosas robadas, restablecer la reputación del que ha sido calumniado, compensar las heridas) Pero además, el pecado hiere y debilita al pecador mismo, así como sus relaciones con Dios y el prójimo. La absolución quita el pecado pero no remedia todos los desórdenes que el pecado causó (Cc de Trento: DS 1712). Liberado del pecado, todavía le falta recobrar la plena salud espiritual. Por lo tanto debe “expiar” sus pecados. Esta satisfacción también se llama penitencia. - La Penitencia que el confesor impone, debe corresponder todo lo posible a la gravedad y a la naturaleza de los pecados cometidos. Puede consistir en oración, en ofrendas, en obras de misericordia sacrificios, servicios al prójimo, etc. Tales penitencias ayudan a configurarnos con Cristo, que, el Único, expió nuestros pecados (Rm 3, 25; 1 Jn 2, 1 – 2) una vez por todas. Nos permiten llegar a ser coherederos de Cristo resucitado, “ya que sufrimos con El” (Rm 8, 17; Cc de Trento: DS 1690). EL MISTERIO DE ESTE SACRAMENTO -

Puesto que Cristo confió a sus apóstoles el misterio de la reconciliación (Jn 20, 23; 2 co 5, 18), los Obispos, sus sucesores y los presbíteros, colaboradores de los obispos, continúan ejerciendo este ministerio.

-

El perdón de los pecados reconcilia con Dios y también con la Iglesia. El Obispo cabeza visible de la Iglesia particular, es considerado, por tanto, desde los tiempos antiguos como el que tiene principalmente el poder y el ministerio de la reconciliación: es el moderador de la disciplina penitencial (LG 26). Los presbíteros, sus colaboradores, lo ejercen en la medida en que han recibido la tarea de administrarlo, ya sea de su Obispo, ya sea del papa o a través del derecho de la Iglesia (CIC can 344; 967 – 969, 972; CCEO can 722; 3 – 4).

-

Ciertos pecados, particularmente graves, están sancionados con la excomunión, la pena eclesiástica más severa, que impide la recepción de los sacramentos y el ejercicio de ciertos actos eclesiásticos y cuya absolución sólo puede ser concedida, según el derecho de la Iglesia, por el Papa.

-

Cuando celebra el Sacramento de la penitencia, el sacerdote ejerce el ministerio del Buen Pastor que busca la oveja perdida, el Buen Samaritano que cura las heridas, el padre que espera al hijo pródigo, etc. En una palabra, el Sacerdote es el signo y el instrumento del amor misericordioso de Dios con el pecador.

-

El confesor no es dueño, sino el servidor del perdón de Dios. El ministro de este sacramento, debe unirse a la intención y a la caridad de Cristo (PO13).

-

Dada la delicadeza y la grandeza de este ministerio, y el respeto debido a las personas, la Iglesia declara que todo sacerdote que oye confesiones está obligado a guardar secreto absoluto sobre los pecados que sus penitentes le han confesado, bajo penas muy severas (CIC Ca 1388, 1; CCEO Can 1456). Este secreto que no admite excepción, se llama “siglo sacramental”, porque lo que el permitente ha manifestado al Sacerdote, queda “sellado” por el sacramento.

LOS EFECTOS DEL SACRAMENTO “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

73


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 -

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

“Toda la virtud de la penitencia reside en que nos restituye a la gracia de dios y nos une con El con profunda amistad” (Catech. R.2,5,18)”. El fin y el efecto de este sacramento son, pues, la reconciliación con Dios.

El sacramento de la reconciliación con Dios, produce una verdadera “resurrección espiritual” una restitución de la dignidad y de los bienes de la vida de los hijos de Dios, el más precioso de los cuales es la amistad de Dios (Lc 15, 32). -

Este sacramento, reconcilia con la Iglesia penitente. El pecado menoscaba o rompe la comunión fraterna. El sacramento de la Penitencia lo repara o lo restaura. Pero, no cura solamente al que se reintegra en la comunión eclesial, tiene también un efecto vivificante sobre la vida de la Iglesia, que ha sufrido por el pecado de uno de sus miembros (1 Co 12, 26).

-

Convirtiéndose a Cristo por la penitencia y la fe, el pecador pasa de la muerte a la vida” y no incurre en juicio” (Jn 5, 24).

LAS INDULGENCIAS -

la doctrina y la práctica de las indulgencias en la Iglesia, están estrechamente ligadas a los efectos del Sacramento de la Penitencia.

a) ¿Qué son indulgencias? “Es la remisión ante Dios de la pena temporal por los pecados, ya perdonados, en cuanto a la culpa, que un fiel dispuesto y cumpliendo determinadas condiciones, consigue por mediación de la Iglesia, la cual, como administrador de la Redención, distribuye y aplica con autoridad el tesoro de las satisfacciones de Cristo y de los Santos”. -

Todo fiel, puede ganar indulgencias para si mismo o aplicarlos por los difuntos, a manera de sufragio.

b) Las penas del pecado Para entender esta doctrina y esta práctica de la Iglesia, es preciso recordar que el pecado tiene una doble consecuencia. El pecado grave, nos priva de la comunión con Dios y por ello nos hace incapaces de la vida eterna, cuya privación se llama “pena eterna” del pecado. En segundo lugar, todo pecado, incluso el venial, entraña apego desordenado a las criaturas que tienen necesidad de purificación, de aquí abajo o sea después de la muerte. Esta purificación, libera de lo que se llama la “pena temporal” del pecado. Una conversión que procede de una ferviente caridad puede llegar a la total purificación del pecador, de modo que no subsistiría ninguna pena (Cc de Trento: DS 1712 – 1713; 1820). c) En la comunión de los Santos El cristiano que quiere purificarse de su pecado y santificarse con ayuda de la gracia de dios, no se encuentra solo. “La vida de cada uno de los hijos de Dios, está ligada de una manera admirable en Cristo y por Cristo, con la vida de todos los hermanos, cristianos, en la unidad sobrenatural del cuerpo místico de Cristo, como una persona mística (Pablo VI, const. Ap. “Indulgentiarum doctrina”, S). -

En la comunión de los Santos, por consiguiente, “existe entre los fieles- tanto entre quienes ya son bienaventurados, como entre los que expían en el purgatorio o los que peregrinan todavía en la tierra- un constante vínculo de amor y abundante intercambio de todos los bienes” (Pablo VI ibid). En este intercambio admirable, la santidad de unos aprovecha a otros, más allá del daño del pecado de uno pudo causar a los demás. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 74


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-

Estos bienes espirituales de la comunión de los Santos, los llamamos también el “tesoro de la Iglesia, que es el valor infinito e inagotable que tienen ante Dios las expiaciones y los meritos de Cristo nuestro Señor, ofrecidos para que la humanidad quedara libre del pecado y llegase a la comunión con el Padre. Sólo en Cristo, se encuentran en abundancia las satisfacciones y los méritos de su redención (Hb 7, 23 – 25; 9, 11 – 28).

-

Pertenecen igualmente a este tesoro, el precio verdaderamente inmenso, inconmensurable y siempre nuevo que tiene ante Dios las oraciones y las buenas obras de la bienaventurada Virgen María y de todos los Santos.

d) Obtener la indulgencia de Dios por medio de la Iglesia Las indulgencias se obtienen por la Iglesia que, en virtud del poder de atar y desatar que le fue concedida por Cristo Jesús, interviene a favor de un cristiano y le abre el tesoro de los méritos de Cristo y de los Santos para obtener la misericordia de Dios, la remisión de las penas temporales debidas por sus pecados. LA CELEBRACIÓN DEL SACRAMENTO DE LA PENITENCIA -

Como todos los sacramentos, la Penitencia es una acción litúrgica. Ordinariamente los elementos de su celebración son: saludo y bendición del sacerdote, lectura de la Palabra de Dios, para iluminar la conciencia y suscitar la contricción, y exhortación al arrepentimiento; la confesión que reconoce los pecados y los manifiesta al Sacerdote; la imposición y la aceptación de la penitencia; la absolución del Sacerdote; alabanza de acción de gracias y despedida con la bendición del Sacerdote.

-

El Sacramento de la Penitencia, también, puede celebrarse en el marco de una celebración comunitaria, en la que los penitentes se preparan a la confesión y juntos dan gracias por el perdón recibido. Así la confesión personal de los pecados y la absolución individual, están insertadas en una liturgia de la Palabra de Dios, con lecturas y homilía, examen de conciencia, petición comunitaria del perdón, rezo del Padre Nuestro y acción de gracias en común.

-

“La confesión individual e íntegra y la absolución, continúan siendo el único modo ordinario para que los fieles se reconcilien con Dios y la Iglesia, a no ser que una imposibilidad física o moral excuse de este modo la confesión (OP 31).

CUESTIONARIO 1. Se le llama sacramento de la conversión, porque realiza _____________________la llamada de ________________a la ________________________y la vuelta al __________________,del hombre que se había ___________________por el ______________________. 2. Se

le

denomina

Sacramento

de

la

Reconciliación,

porque

_____________________al

__________________el amor de __________________que _______________________. 3. La reconciliación después del bautismo, ___________________________porque la ______________vida Recibida en la ________________cristiana, no ________________ La____________________y

la

_________________de

la

_____________________humana,

ni

la

__________________al ___________________________.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

75


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 4. La

llamada

de_________________a

la

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1 ________________________,

sigue

resonando

en

la

________________de los _______________________, y es una ________________in interrumpida para toda la _________________. 5. La Penitencia interior es una ________________radical de toda la ____________,un________________, una __________________a Dios, con todos nuestro ____________________, una ruptura con el _______________. 6. La penitencia interior del _____________________,puede tener muy variadas: el ___________________, la______________________y la ____________________,que expresan la _____________________con relación a sí _________________, con relación a los _________________________. 7. Solo ____________________perdona

los _______________________porque

________________de Dios dice de sí mismo:

__________________ es

el

“El______________________del hombre tiene poder de

______________________los ________________en la______________________. 8. Jesús, al hacer __________________________a los ___________________de perdonar los _____________, el Señor les da también

la _________________de ________________a los ______________________con la

_____________________. 9. La

confesión

de

los__________________hecha

al

_________________constituye

una

parte

_________________del _________________________de la _____________________. 10. Toda la ____________________de la ______________________reside en que nos __________________a la ______________________de ___________________y nos __________________con ___________________con profunda _____________________. BIBLIOGRAFÍA: CATECISMO DE LA IGLESIA CATOLICA SIGNIFICADO DE ALGUNAS ABREVIATURAS: LG DS Catech R Cs Cic CCEO PO

: : : : : : :

LUMEN GENTIUM DENZINGER – SCHONMETEZER CATECISMO ROMANO CONCILIO CODEES IURIS CANONICI CORPUS CANONUM ECCLESIARUM PRESBYTERORUM ORDINIS

TEMA No. 6: LA UNCION DE LOS ENFERMOS OBJETIVO: Comprender, que a través de este sacramento, así como en la oración de los presbíteros, toda la iglesia entera, encomienda a los enfermos al señor sufriente y glorificado par que los alivie y salve. a. FUNDAMENTOS EN LA ECONOMIA DE LA SALVACIÓN “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

76


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 i.

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

La Enfermedad en la Vida Humana: Entre los problemas más grandes que aquejaron a la humanidad, siempre se han contado a la enfermedad y al sufrimiento. En la enfermedad, el hombre experimenta su impotencia, sus límites y su finitud (su término).

La enfermedad puede conducir a la angustia, al repliegue sobre sí mismo y a veces a la rebelión contra Dios. También puede hacer a la persona más pura, ayudarla a discernir en su vida lo que no es esencial para volverse hacia lo que es. La enfermedad, con frecuencia, empuja a la búsqueda de Dios, un retorno a El. c) El enfermo ante Dios El hombre, del Antiguo Testamento, vive la enfermedad de cara a Dios, Ante Dios se lamenta por su enfermedad ( Sal 38) y de El, que es el Señor de la vida y de la muerte, implora la curación (Sal 38, 5; 39, 9-12) y el perdón de Dios inaugura la curación (Sal 32, 5; 107, 20; Mc 2, 5 –12). Israel experimenta que la enfermedad, de una manera misteriosa, se vincula al pecado y al mal y que la fidelidad de Dios, según su ley, devuelve la vida: “Yo el Señor soy el que te sana” (Ex 15, 26). El profeta entrevé que el sufrimiento puede tener también un sentido redentor por los pecados de los demás (Is 53, 11). d) Cristo médico La compasión de Cristo hacia los enfermos y sus numerosas curaciones de enfermos de toda clase (Mt 1,24) Son un signo maravilloso de que “Dios a visitado a su pueblo” (Lc 7, 16)) y de que el Reino de Dios está muy cerca. Jesús no tiene solamente poder para curar las enfermedades, sino también para perdonar los pecados (Mc 2, 5-12); vino a curar al hombre entero, alma y cuerpo. Su compasión hacia todos los que sufren, llega hasta identificarse con ellos: “Estuve enfermo y me visitasteis” (Mt 25, 36). -A menudo, Jesús pide a los enfermos que crean (Mc 5,34, 36; 9, 23). Se sirve de signos para curar: Saliva e imposición de manos (Mc 7, 32-36; 8, 22-25) barro y ablución (Jn 9, 65). Los enfermos tratan de tocarlo (Mc 1, 41; 3, 10; 6, 56), “pues salía de El una fuerza que los curaba a todos” (Lc 6,19) Así en los sacramentos, Cristo continúa “tocándonos” para sanarnos. -Conmovido por tantos sufrimientos, Cristo no sólo se deja tocar por los enfermos, sino que hace suyos sus miserias; “El tomó nuestras enfermedades” (Mt 8, 17; Is 53,4). Sus curaciones eran signos del “Reino de Dios”. Anunciaban una curación más radical: la victoria sobre el pecado y la muerte por su Pascua. En la Cruz, Cristo tomó sobre sí todo el peso del mal (Is 53, 4-6) y quitó el “pecado del mundo” (Jn 1, 29), del que la enfermedad no es sino una consecuencia. Por su pasión y su muerte en la Cruz, Cristo dio un sentido nuevo al sufrimiento: desde entonces, éste nos configura con El y nos une a su pasión redentora. e) Sanad a los enfermos -Cristo invita a sus discípulos a seguirle, tomando a su vez su cruz (Mt 10, 38). Siguiéndole adquieren una nueva visión sobre la enfermedad y sobre los enfermos. Jesús los asocia a su vida pobre y humilde. Les hace participar de su misterio de compasión y de curación; “Y yéndose de allí, predicaron que se convirtieran; expulsan a muchos demonios y ungían con aceite a muchos enfermos y los curaba (Mc 6, 12-13). -El Señor resucitado renueva este envío (“En mi nombre....impondrán las manos sobre los enfermos y se pondrán bien” Mc 16, 17-18) y lo confirma con los signos que la Iglesia realiza invocando a su nombre (Hch 9, 34; 14, 13). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

77


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Estos signos manifiestan de una manera especial, que Jesús es verdaderamente “Dios que Salva” (Mt 21; Hch 4, 12). -El Espíritu Santo, da a algunos, un carisma especial de curación (1 Co 12,9, 28-30) para manifestar la fuerza de la gracia del Resucitado. Sin embargo, ni siquiera las oraciones más fervorosas obtienen la curación de todas las enfermedades. Así San Pablo aprende del Señor que “mi gracia te basta, que mi fuerza se muestra perfecta en la flaqueza” (2 Co 12, 9), y que los sufrimientos que tengo que padecer, tienen como sentido lo siguiente: “completo en mi carne lo que falta a las tribulaciones de Cristo, a favor de su Cuerpo, que es la Iglesia” (col 1, 24). El Señor dio el mandato a la Iglesia: “¡Sanad a los enfermos! La Iglesia a intentado cumplir con este mandato e intenta realizarla, tanto mediante los cuidados que proporciona al enfermo, como por la oración de intercesión con la que los acompaña. La Iglesia cree firmemente, en la presencia vivificante de Cristo, médico de las almas y de los cuerpos. Esta presencia, actúa particularmente a través de los sacramentos, y de manera especial por la Eucaristía, pan que da la vida eterna. (Jn 6, 54, 58). Y cuya conexión espiritual insinúa San Pablo (12 Co 11-30). -La Iglesia apostólica, tuvo un rito propio a favor de los enfermos, atestiguado por Santiago: “?Está enfermo alguno de vosotros? Llamé a los presbíteros de la Iglesia, que oren sobre el y le unjan con óleo en el nombre del Señor y la oración de la fé salvará al enfermo, y el Señor hará que se levante y si hubiera cometido pecados, le serán perdonados” (St 5, 14-15). La Tradición ha reconocido en este rito uno de los siete sacramentos de la Iglesia (DS 216; 1324-1325: 1695-1696; 1716-1717). e). Un sacramento de los enfermos -La Iglesia cree y confiesa que, entre los siete Sacramentos, existe un sacramento especial destinado a reconfortar a los atribulados por la enfermedad: la Unción de los enfermos. Esta unción Santa de los enfermos fue instituida por Cristo nuestro Señor como un sacramento del Nuevo Testamento, verdadero y propiamente dicho insinuado por Marcos (Mc 6,13) y recomendado a los fieles y promulgado por Santiago, apóstol y hermano del Señor (St 5, 14-15) (Cc de Trento : DS 1695). -En la tradición litúrgica, tanto en Oriente como en occidente, se poseen desde la antigüedad, testimonio de unciones de enfermos practicadas con aceite bendito. En el transcurso de los siglos, la Unción de los enfermos, fue conferida, cada vez más exclusivamente, a los que estaban a punto de morir. A causa de esto, había recibido el nombre de “Extrema Unción” A pesar de esta evolución. La liturgia nunca dejó de orar al Señor a fin de que el enfermo pudiera recobrar su salud. Si así convenía a su Salvación. -La Constitución apostólica “Sacram Unctionen infirmorum” del 30 de noviembre de 1972, de conformidad con el concilio Vaticano II (SC 73), estableció que, en adelante, en el rito romano se observara lo que sigue. “Por esta Santa Unción y por su bondadosa Misericordia, te ayude el Señor con la gracia del Espíritu Santo, para que, libre de tus pecados, te conceda la salvación y te conforte en tu enfermedad” (CIC can 847,1). 2. QUIEN RECIBE Y QUIEN ADMINISTRA ESTE SACRAMENTO a) En caso de grave enfermedad -La unción de los enfermos, “no es un sacramento sólo para aquellos, que están a punto de morir. Por eso, se considera tiempo oportuno para recibirlo, cuando el fiel empieza a estar en peligro de muerte por enfermedad o vejez” (SC 73; CIC can 1004, 1; 1005; 1007; CCEO can 738). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

78


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-Si un enfermo que recibió la unción recupera la salud, puede, en caso de enfermedad grave, recibir de nuevo este sacramento. En el curso de la misma enfermedad se agrava. Es apropiado recibir este sacramento, antes de una operación importante. Del mismo modo puede aplicarse a las personas de edad avanzada cuyas fuerzas se debilitan. b) Llame a los Presbíteros de la Iglesia -Solo los sacerdotes (Obispos y presbíteros) son ministros de la unción de los enfermos (Cc de Trento; Ds 1697; 1719; CIC can 1003; CCEO can 734, 1). Es deber de los pastores, instruir a los fieles sobre los beneficios de este sacramento. Los fieles deben animar a los enfermos a llamar al Sacerdote para recibir este Sacramento. Los enfermos deben prepararse para recibirlo en buenas disposiciones, con la ayuda de su pastor y de toda la comunidad eclesial. 3. LA CELEBRACIÓN DEL SACRAMENTO -Como todos los Sacramentos, la unción de los enfermos se celebra de forma litúrgica y comunitaria (SC 27), que tiene lugar en familia, en el hospital o en la Iglesia, para un solo enfermo o para un grupo de enfermos. Es muy conveniente que se celebre dentro de la Eucaristía, memorial de la Pascua del Señor. Si las circunstancias la permiten, la celebración de este sacramento puede ir precedida del Sacramento de la Penitencia y seguida del Sacramento de la Eucaristía. En cuanto Sacramento de la Pascua de Cristo, la Eucaristía debería ser siempre el último sacramento de la peregrinación terrenal, el “viático” para el “paso” a la vida eterna. -Palabra y Sacramento, forman un todo inseparable. Las Palabras de Cristo y el Testimonio de los Apóstoles suscitan la fe del enfermo y de la comunidad para pedir al Señor la fuerza de su Espíritu. -La celebración del Sacramento comprende principalmente estos elementos: “Los presbíteros de la Iglesia” (St 5,14) imponen – en silencio- las manos a los enfermos; oran por los enfermos en la fe de la Iglesia (st 5, 15); es la epiclesis...? propia de este sacramento; luego ungen al enfermo con óleo bendecido; si es posible, por el Obispo. Estas acciones litúrgicas indican la gracia que este sacramento confiere a los enfermos. 4. EFECTOS DE LA CELEBRACIÓN DE ESTE SACRAMENTO -Un don particular del Espíritu Santo. La gracia primera de este Sacramento es una gracia de consuelo, de paz y de ánimo para vencer las dificultades propias del estado de enfermedad. Esta gracia es un don del Espíritu Santo que renueva la confianza y la fe en Dios y fortalece contra las tentaciones del maligno, especialmente tentación de desaliento y de angustia ante la muerte (Hb 2,15). Esta asistencia del Señor por la fuerza de su Espíritu, quiere conducir al enfermo a la curación del alma; pero también a la del cuerpo, si tal es la voluntad de Dios (Cc de Florencia: DS 1325). Además si hubiera cometido pecados, les serán perdonados (St 5, 15; Cc Trento; DS 1717). -La unión a la pasión de Cristo. Por la gracia de este Sacramento, el enfermo recibe la fuerza y el don de unirse más íntimamente a la Pasión de Cristo; en cierta manera, es consagrado para dar fruto por su configuración co la pasión redentora del Salvador. El sufrimiento, secuela del pecado original, recibe un sentimiento nuevo, viene a ser participación en la obra salvífica de Jesús. -Una gracia eclesial. Los enfermos que reciben este Sacramento, uniéndose libremente a la pasión y muerte de Cristo, contribuyen al bien del Pueblo de Dios. (L.G 16 94). 5. EL VIÁTICO, ULTIMO SACRAMENTO DEL CRISTIANO “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

79


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-A los que van a dejar esta vida, la Iglesia ofrece, además de la unción de los enfermos, la Eucaristía como viático. Recibida en este momento del paso hacia el Padre, la Comunión del cuerpo y la sangre de Cristo. Tiene una significación y una importancia particulares, Es semilla de vida eterna y poder de Resurrección, según las palabras del Señor: El que come mi carne y bebe mi sangre, tiene vida eterna y yo lo resucitaré el último día (Jn 6, 54). Puesto que es Sacramento de Cristo muerto y resucitado, la Eucaristía es aquí sacramento del paso de la muerte a la vida, de este mundo al Padre (Jn 13, 1). -Así como los sacramentos del bautismo de la Confirmación y de la Eucaristía, constituyen una unidad llamada “los sacramentos de la iniciación cristiana”, se pueden decir que la Penitencia, la Santa Unción y la eucaristía, en cuanto viático, constituyen, cuando la vida cristiana toca a su fin, “los sacramentos que preparan para entrar en la Patria” o los Sacramentos que cierran la peregrinación. BIBLIOGRAFÍA CATECISMO DE LA IGLESIA CATOLICA de la Asociación de editores del catecismo. SIGNIFICADO DE ALGUNAS ABREVIATURAS DS : SC : CIC: CCEO: LG :

DENZINGER - SCHONMETZER SACROSANCTUM CONCILIUM CODEES IURIS CANONICI CORPUS CANONUN ECCLESIARUM LUMEN GENTIUM CUESTIONARIO

1. Con la Sagrada___________________de los enfermos y con la ___________________de los presbíteros, Toda la ________________entera_____________________a los enfermos al _________________________ Sufriente y ______________________para que los ___________________y los _________________. 2. Jesús no tiene solamente el ________________________para sanar las enfermedades, sino también para ______________________los _________________. 3. En la cruz, Cristo tomó _____________si, todo el _______________del _____________y quitó el _____________ del __________________del que la ___________________no es sino una _____________________. 4. Por su __________________y su __________________en la Cruz, Cristo ________________un sentido _________ al_________________, desde entonces. Este nos _____________con ____________y nos une a su _____________redentora. 5. La Iglesia __________y confiesa que, entre los _________sacramentos, existe un _______________________ especialmente __________________a ________________a los atribulados por la ____________________; la __________________de los ___________________. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

80


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

6. Este Sacramento__________________aplicarse a las __________________de ______________avanzada, cuyas ________________se ___________________. 7. Si las ______________________lo ____________________, la celebración de este ______________puede Ir ___________________del sacramento de la ________________________y seguida del Sacramento de la ______________________. 8. Los enfermos que _________________este __________________uniéndose __________________a la ____________________________de ________________ contribuyen al bien del _______________________de ________________________. 9. A los que van a dejar esta _____________la Iglesia ofrece, además de la unción, la _____________ como ______________. 10. La Eucaristía administrada en trance de muerte, es un sacramento del ________________________ de la muerte a la _______________, de este _______________al ____________________.

TEMA No 7:

EL SACRAMENTO DE LA ORDEN

OBJETIVO: Lograr que tomemos conciencia, que gracias a este Sacramento, la misión confiada por Cristo a sus apóstoles, sigue siendo ejercida por la Iglesia hasta el fin de los tiempos. EL NOMBRE La palabra orden designaba, en la antigüedad romana, cuerpos constituidos en sentido civil, sobre todo el cuerpo de los que gobiernan Ordinatio designa la integración de un ordo. En la Iglesia hay cuerpos constituidos que la tradición, no sin fundamento en la Sagrada Escritura (Hb 5, 6; 7, 11; Sal 110, 4), llama desde los tiempos antiguos con el nombre de taxeis (en griego), de ordines (latín): Así la liturgia habla de ordo episcoporum, del ordo presbyterorum, del ordo diaconorum. También reciben este nombre de ordo, otros grupos: los catecúmenos, las vírgenes, los esposos, las viudas. Hoy la palabra “ordinatio”, está reservada al acto sacramental que incorpora al orden de los Obispos, de los presbíteros y de los diáconos, y que va más allá de una simple elección, designación, delegación o institución por la comunidad, pues confiere un don del Espíritu Santo que permite ejercer un poder sagrado”, que sólo puede venir de Cristo, a través de su Iglesia. La ordenación, también es llamada “consecratio” por que es un “poner aparte” y un “investir” por Cristo mismo para su Iglesia. La imposición de manos” del Obispo, con la oración consecratoria, constituye el signo visible de esta consagración. EL SACRAMENTO DEL ORDEN EN LA ECONOMIA DE SALVACIÓN

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

81


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

El sacerdocio de la Antigua Alianza El pueblo elegido por Dios, fue constituido como “un reino de sacerdotes y una nación consagrada” (Ex 19, 6; Is 61,6). Pero dentro del pueblo de Israel, Dios escogió una de las doce tribus, la de LEVI para el servicio litúrgico (Nm 1, 48-53); Dios mismo es la parte de su herencia (Jos 13, 33). Un rito propio, consagró los orígenes del sacerdocio de la antigua Alianza (Ex 29, 1-30; Lv 8). En ella, los sacerdotes fueron establecidos “para intervenir a favor de los hombres en lo que se refiere a dios, para ofrecer dones y sacrificios por los pecados (Hb 5, 1). -Pero este sacerdocio, era incapaz de realizar la salvación, por lo que tenía necesidad de repetir una y otra vez los sacrificios, y no podía alcanzar una santificación definitiva (Hb 5,3; 7, 27; 10, 1-4), que sólo podría ser lograda por el Sacrificio de Cristo. -La liturgia de la Iglesia, ve en el sacerdocio de Aarón y en el servicio de los Levitas, así como en la institución de los 70 “ancianos” (Num 11, 24-25), prefiguraciones del ministerio ordenado de la Nueva Alianza. EL UNICO SACERDOCIO DE CRISTO -Todas las prefiguraciones del sacerdocio de la Antigua Alianza, encuentran su cumplimiento en Cristo Jesús, “único mediador entre Dios y los hombres” (1 Tim 2, 5), que mediante una sola oblación ha llevado a la perfección a los santificados (Hb 10, 14). -El sacrificio redentor de Cristo, es único, realizado una vez por todas. Y por esto, se hace presente en el Sacrificio Eucarístico de la Iglesia. Lo mismo acontece con el único sacerdocio de Cristo: Se hace presente por el Sacerdocio Ministerial, sin que con ello se quebrante la unicidad del Sacerdocio de Cristo (Y por ello, sólo cristo es el verdadero sacerdote; los demás son ministros suyos” Sto. Tomás de Aquino, Hb 7, 4). LOS MODOS DE PARTICIPAR EN EL UNICO SACERDOCIO DE CRISTO -Cristo, Sumo Sacerdote y único mediador, ha hecho de la Iglesia “un reino de Sacerdotes para su Dios y Padre” (Ap 1, 6; Ap 5, 9-10; 1 P 2, 5.9). Toda la comunidad de los creyentes es, como tal, sacerdotal. Los fieles ejercen su Sacerdocio bautismal, a través de su participación, cada uno según su vocación propia, en la misión de Cristo, Sacerdote, Profeta y Rey.. Por los sacramentos del Bautismo y la Confirmación, los fieles son “consagrados para ser...un sacerdocio Santo” (LG 10). -El Sacerdocio ministerial o jerárquico de los obispos y de los presbíteros, y el sacerdocio común de los fieles, “aunque su diferencia es esencial y no sólo en grado, están ordenados el uno al otro; ambos, participan, a su manera, del único sacerdocio de Cristo” (LG 10) ¿En qué sentido? Mientras el Sacerdocio común de los fieles se realiza en el desarrollo de la gracia bautismal (vida de fe, de esperanza, y de caridad, vida según el Espíritu), el sacerdocio ministerial está al servicio del sacerdocio común en orden al desarrollo de la gracia bautismal de todos los Cristianos. Es uno de los medios por los cuales Cristo no cesa de construir y de conducir su Iglesia, Por esto es transmitido mediante un Sacramento propio, el Sacramento el Orden. ACTUA EN REPRESENTACIÓN DE CRISTO -En el servicio eclesial del ministerio ordenado, es Cristo mismo quien está presente en su Iglesia como Cabeza de su cuerpo, Pastor de su rebaño, sumo Sacerdote del Sacrificio redentor, Maestro de la Verdad. Es lo que la Iglesia expresa al decir que el sacerdote, en virtud del sacramento de la Orden, actúa “in persona Christi Capitis” (LG 10; 28; SC 33; CD 11; PO 2,6). -Por el Ministerio ordenado, la presencia de Cristo como cabeza de la Iglesia se hace visible en medio de la comunidad de los creyentes.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

82


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-Esta presencia de Cristo en el ministro, no debe ser entendida como si este estuviese libre de todas las flaquezas humanas, del afán de poder, de errores, es decir del pecado. En los Sacramentos, esta garantía si está dada, de modo que si quisiera el pecado del ministro puede impedir el fruto de la gracia. -Este sacerdocio es ministerial, “Esta función, que el Señor confió a los Pastores de su pueblo, en un verdadero servicio” (LG 24). Esta enteramente referido a Cristo y a los hombres. Depende totalmente de Cristo y de su Sacerdocio único, y fue instituido a favor de los hombres y de la comunidad de la Iglesia. El sacramento del Orden comunica un “poder sagrado”, que no es otro que el de Cristo. EN NOMBRE DE TODA LA IGLESIA -El sacerdocio ministerial no tiene solamente por tarea representar a Cristo – cabeza de la Iglesia – ante la asamblea de los fieles, actúa también en nombre de toda la Iglesia, cuando presenta a Dios la oración de la Iglesia (SC 33) y sobre todo cuando ofrece el sacrificio Eucarístico (LG 10). LOS TRES GRADOS DEL SACRAMENTO DEL ORDEN -El ministerio eclesiástico instituido por Dios, está ejercido en diversos ordenes que ya desde Antiguo reciben los nombres de “Obispos, Presbíteros y Diáconos” (LG18). La doctrina católica, enseña que los grados de participación Sacerdotal (episcopado y presbíteros) y el grado de servicio (diaconado), son los tres conferidos por un acto sacramental llamado “ordenación, es decir, por Sacramento del Orden. LA ORDENACIÓN EPISCOPAL, PLENITUD DEL SACRAMETNO DEL ORDEN -Entre los diversos ministerios que existen en la Iglesia, ocupa el primer lugar el ministerio de los Obispos que a través de una sucesión que se remonta hasta el principio, son los trasmisores de la semilla apostólica (LG”=). -Para realizar estas funciones tan sublimes, los apóstoles se vieron enriquecidos por Cristo con la venida especial del Espíritu santo, que descendió sobre ellos. Ellos mismos comunicaron a sus colaboradores, mediante la imposición de las manos, el don espiritual que se ha transmitido hasta nosotros en la Consagración de los Obispos” (LG21). -La Consagración episcopal confiere, junto con la función de santificar, también las funciones de enseñar y gobernar. LA ORDENACIOND E LOS PRESBITEROS, COOPERADORES DE LOS OBISPOS -La función ministerial de los Obispos, en grado subordinado, fue encomendada a los presbíteros para que, constituidos en el orden del presbiterado, fueran los colaboradores del Orden episcopal, para realizar adecuadamente la misión apostólica confiada por Cristo” (PO 1). -“El ministerio de los presbíteros, por estar unido al Orden episcopal, participa de la autoridad con la que el propio Cristo construye, Santifica y gobierna su Cuerpo. Por eso, el sacerdocio de los presbíteros supone ciertamente los sacramentos de la iniciación cristiana. Sin embargo, por aquel sacramento peculiar, mediante acción del Espíritu Santo, los sacerdotes quedan marcados con un carácter especial. Así quedan identificados con Cristo Sacerdote, de tal manera que puedan actuar como representantes de Cristo Cabeza” (PO 2). Los presbíteros aunque no tengan la plenitud del sacerdocio y dependan de los Obispos en el ejercicio de sus poderes, sin embargo están unidos a estos en el honor del sacerdocio y en virtud del “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 83


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Sacramento del Orden, quedan consagrados como verdaderos sacerdotes de la Nueva Alianza, a imagen de Cristo, sumo y eterno sacerdote (Hb 5, 1-10; 7, 24; 9, 11-28), para anunciar el Evangelio a los fieles para dirigirlos y celebrar el culto divino (LG 28). Su verdadera función Sagrada la ejercen sobre todo en el culto o en la comunión Eucarística. En ella, actuando en la persona de Cristo y proclamando su misterio, unen la ofrenda de los fieles al Sacrificio de su Cabeza; actualizan y aplican en el sacrificio de la misa, hasta la venida del Señor, el único sacrificio de la Nueva Alianza; el de Cristo, que se ofrece al padre de una vez para siempre como hostia inmaculada” (LG 28). De este sacrificio único saca su fuerza todo su ministerio sacerdotal (PO 2). LA ORDENACIÓN DE LOS DIACONOS, “EN ORDEN AL MINISTERIO” -“En el grado inferior de la jerarquía, están los diáconos, a los que se les impone las manos, para realizar un servicio y no para ejercer el Sacerdocio” (LG 29; CD 15). En la ordenación al diaconado, sólo el Obispo impone las manos, significado así que el diácono está especialmente vinculado al Obispo, en las tareas de su “diaconía” (sa Hipólito, Trad. Ap 8). -Los diáconos participan de una manera especial en la misión y la gracia de Cristo (LG 41; AA 16). El Sacramento del Orden marcó con un sello (carácter ) que nadie puede hacer desaparecer y que los configura con Cristo que se hizo “diácono”, es decir, servidor de todos (Mc 10, 45; Lc 22, 27; San Policarpo, ep 5, 2). Corresponde a los diáconos, entre otras cosas, asistir al Obispo y a los Presbíteros en la celebración de los divinos misterios, sobre todo de la Eucaristía y en la distribución de la misma, asistir a la bendición del matrimonio y bendecirlo, proclamar el Evangelio y predicar, presidir las exequias y entregarse a los diversos servicios de la caridad (LG 29; SC 35, 4; AG 16). -Desde el Concilio Vaticano II, la Iglesia Latina, ha restablecido el diaconado “como un grado particular dentro de la jerarquía” (LG 29). Este Diaconado permanente que puede ser conferido a hombres casados, constituye un enriquecimiento importante para la misión de la Iglesia. LA CELEBRACIÓN DE ESTE SACRAMENTO -La celebración de la ordenación de un Obispo, de Presbíteros o de Diáconos, por su importancia para la vida de la Iglesia particular, exige el mayor concurso posible de fieles, tendrá lugar preferentemente el domingo y en la catedral, con una solemnidad adaptada a las circunstancias. Las tres ordenaciones, tienen el mismo dinamismo. El lugar propio de su celebración es dentro de la Eucaristía. -El rito esencial del Sacramento del Orden está constituido para los 3 grados, por la imposición de manos del obispo sobre la cabeza del ordenado, sí como por una oración consagratoria específica que pide a Dios la efusión del Espíritu Santo y de sus dones apropiados al ministerio para el cual el candidato es ordenado (Pio XII, cosnt. Ap. “Sacramentun ordinis”: DS 3858). EL MINISTERIO DE ESTE SACRAMENTO Fue Cristo quien eligió a los apóstoles y les hizo partícipes de su misión y su autoridad. Elevado a la derecha del Padre, no abandona a su rebaño, sino que lo guarda por medio de los apóstoles bajo su constante protección y lo dirige también mediante estos mismos pastores que continúan hoy su obra (MR Prefacio de Apóstoles). Por tanto, es Cristo “quien da” a unos el ser apóstoles, a otros pastores (EF 4, 11). Sigue actuando por medio de los Obispos (LG 21). -Dado que el sacramento del Orden, es el sacramento del ministerio apostólico, corresponde a los Obispos, en cuanto Sucesores de los apóstoles, transmitir “el don espiritual” (LG 21), “la semilla apostólica” (LG “)). Los Obispos validamente ordenados, es decir, que están en la línea de la sucesión apostólica, confieren validamente los 3 grados del sacramento del Orden (DS 794 y 802; CIC can 1012; CCEO can 744; 747). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

84


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

QUIEN PUEDE RECIBIR ESTE SACRAMENTO -“Sólo el varón (“vir”) bautizado recibe validamente la Sagrada ordenación “ (CIC can 1024). El Señor Jesús eligió a hombres (“viri”) para formar el colegio de los doce apóstoles (Mc 3, 14-19; Lc 6, 12-16), y los apóstoles hicieron lo mismo cuando eligieron a sus colaboradores (1 Tim 3, 1-3; 2 Tim 1, 6; Tt 1, 5-9) que les sucederían en su tarea (San clemente Romano, cor 42, 4; 44, 3). El colegio de los Obispos, con quienes los Presbíteros están unidos en el sacerdocio, hace presente y actualiza, hasta el retorno de Cristo, el colegio de los doce, la Iglesia se reconoce vinculada por esta decisión del Señor. Esta es la razón por la que las mujeres no reciben la ordenación (Juan Pablo II, NID 26-27; CDF decl. “Inter. Insigniores”; AAS 69 (1977), 98-16). -Nadie tiene el derecho de recibir el sacramento del Orden. En efecto, nadie se arroga para sí mismo este oficio. Al sacramento, se es llamado por Dios (Hb 5, 4). El que sienta este llamado de Dios, debe someter humildemente su deseo, a la autoridad de la Iglesia, a la que corresponde la autoridad y el derecho de llamar a recibir este Sacramento. Como toda gracia, el Sacramento sólo puede ser recibido como un don inmerecido. -Todos los ministros ordenados de la Iglesia Latina, a excepción de los diáconos permanentes; son elegidos ordinariamente entre hombres creyentes que viven como célibes y que tienen la voluntad de guardar el celibato “por el reino de los cielos” (Mt 19, 12). Llamados a consagrarse totalmente al Señor y a sus “cosas” (1 Cor 7, 32), se entregan enteramente a Dios y a los hombres. El celibato es un signo de esta vida nueva al servicio de la cual es consagrado el ministro de la Iglesia; aceptado con un corazón alegre, anuncia de modo radiante el Reino de Dios (PO 16). LOS EFECTOS DEL SACRAMENTO DEL ORDEN -El carácter indeleble Este sacramento configura con Cristo mediante una gracia especial del Espíritu Santo, a fin de servir de instrumento de Cristo a favor de su Iglesia. Por la ordenación, recibe la capacidad de actuar como representante de Cristo, cabeza de la Iglesia, en su triple función de sacerdote, profeta y rey. -Esta participación en la misión de Cristo, es concedida de una vez y para siempre confiere también un carácter espiritual indeleble, y no puede ser retirado ni ser conferido para un tiempo determinado (Cc. De trento: DS 1767; LG 21, 28, 29; PO 2). -Puesto que Cristo es quien actúa y realiza la salvación a través dl ministro ordenado, la indignidad de éste (del ministro), no impide a Cristo actuar (Cc. De Trento; DS 1612; 1154). -La gracia del Espíritu Santo -la gracia del Espíritu Santo, propia de este Sacramento, es la ser configurado con Cristo sacerdote, Maestro y Pastor, de quien el ordenado es constituido ministro. -Para el Obispo es en primer lugar, una gracia de fortaleza: la de guiar y defender con fuerza y prudencia a su iglesia como Padre y Pastor, con amor gratuito para todos y con predilección por los pobres, los enfermos y los necesitados (CD 13 y 16). Esta gracia le impulsa a anunciar el Evangelio a todos, a ser el modelo de su rebaño, a precederlo en el camino de la Santificación, identificándose en la Eucaristía con Cristo, sacerdote y Víctima, sin miedo a dar la vida por sus ovejas. -El don espiritual que confiere la ordenación presbiteral, es la de anunciar el Evangelio de realizar el ministerio de la palabra verdad de ofrecer a Dios dones y sacrificios espirituales, de reconocer el pueblo de Dios, mediante el baño de regeneración. -Los diáconos, fortalecidos con la gracia del Sacramento, en comunión con el Obispo y sus presbíteros, están al servicio del Pueblo de Dios en el Ministerio de la Liturgia, de la palabra y de la caridad” (LG 29). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

85


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

BIBLIOGRAFÍA: CATECISMO DE LA IGLESIA CATOLICA.......Asociación de editores del Catecismo. CREER.... Rey Mermet. SIGNIFICADO DE LAS ABREVIATURAS UTRILIZADAS: AA: Apostolicam actuositatem. AAS: AG: Ad Gentes. CCEO: Corpus Canonum Eclesiarum Orientalium. CD: Christus Dominus. CDF: Congregación para la doctrina de la fe. Cor: Corintios CIC: Codees Iuris Canonici DS: Dezinger – Schonmetzer. Ep: Epístola ad Philipenses (Policarpo de Esmirna). Hebr: in ad Hebraeos. MD: Muliris Dignitatem. LG: Lumen Gentium. PO: Presbyterorum ordinis (Vaticano II). SC: sacrosanctum concilium. CUESTIONARIO 1.

La palabra Ordinatio,está reservada al __________________sacramental que ____________________ Al orden de los _______________________de los____________________y de los _____________________.

2.Un rito propio,__________________los orígenes del _____________________de la ____________________ Alianza. En ella, los sacerdotes fueron _________________para__________________en______________________ De los ______________________en lo que se refiere a _____________________para ofrecer _________________y ___________________por los ______________________. 3. Cristo, Sumo _________________y ____________________mediador, ha hecho de la _____________________ “un reino de ____________para su ______________Padre. 3. En el servicio eclesial del ministro________________, es ______________mismo quien está________________ En su ______________como _______________de su ____________________,Pastor de su __________________, Sumo _______________del _________________redentor, maestro de la_____________________-. 4. El Ministerio Eclesiástico, instituido por ___________________está ejercido en diversos __________________ Que ya desde reciben los nombres de ______________,________________y __________________. 5. El Ministerio de los presbíteros, por estar unido al orden _________________, participa de la ____________, Con la que el propio___________________, construye, _________________y gobierna su _________________. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

86


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

6. El rito esencial del Sacramento del orden, está _______________, para los 3 grados, por la _____________ De ________________del _____________sobre la _________________del _______________; así como por una oración ________________específica, que pide a Dios la_______________del ___________________y de sus dones____________________al ministerio para el cual el candidato es _____________________. 7. Dado que el Sacramento de la Orden, es el sacramento del ministerio ___________________, corresponde a los ___________________, en cuanto son __________________de los ___________________, transmitir el ______________________, la semilla____________________. 8. Todos los ministros ordenados de la Iglesia latina, a excepción de los _________________permanentes, son elegidos entre hombres __________________,que viven como ____________________y que tienen la ____________________de guardar el ________________por “el reino de los _______________________”. 9. Por la ordenación recibe la _________________de actuar como _______________de___________________

TEMA 8;

MATIMONIO

OBJETIVO: Descubrir que el matrimonio es una de las realidades humanas más importantes y ricas de la vida, aún configurado de una u otra forma existió siempre y en todos los lugares, como la forma más común y excelencia de convivencia y amor de generación y propagación, de realización personal y social. I.

EL MATRIMONIO UNA REALIDAD DE ESTE MUDO QUERIDA POR DIOS

Hombre y mujer Dios lo creo, este acto de creación no es individualista o solitario, es una creación de dos para formar una sola carne, el hombre total no existe como varón o como mujer solos sino como varón mujer, como masculino – femenino. La sexualidad es obra de Dios, la diferenciación sexual, la atracción y mutua donación, radica en este ser creados a “dos” ordenados el uno al otro que abarca la totalidad de las personas, el sexo entonces goza de la misma dignidad que cualquier órgano del cuerpo. Hombre y mujer son creados en igualdad para el encuentro, la complementariedad y la igualdad entre el hombre y la mujer. La mujer de la costilla nos muestran que el varón y la mujer coexisten al mismo nivel de persona, humana tienen el mismo origen e igualdad. Por eso exclama el hombre “Esta si, que es huesos de mis huesos y carne de mi carne”. Colaboradores de la obra de la creación en la fecundidad del encuentro entre el hombre y la mujer, no es la única fecundidad de la diferenciación sexual pero si, es el resultado más importante del encuentro matrimonial en el amor. El hombre y la mujer al ser llamados a ser imagen de Dios representan el amor, la comunión, la fidelidad y la fuerza creadora de Dios, no sólo es portavoz de la imagen de Dios sino también presenciador del Dios vivo, generador de otras imágenes de Dios por los hijos. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

87


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

II. EL MATRIMONIO, UNA VOCACIÓN DEL HOMBRE A REALIZARSE EN EL AMOR No solo es una realidad querida por Dios, es también una exigencia, una necesidad de vocación del hombre para su realización plena.

III. EL MATRIMONIO, CELEBRACIÓN Y VIDA El amor abarca al hombre en su totalidad y este se puede expresar de una u otra forma, lo cierto es que sin amor no hay verdadero matrimonio. Este amor no excluye ningún aspecto de la persona humana sino que abarca a la persona total; Sentimiento y voluntad, cuerpo y espíritu, sexo, personalidad y celebración. La mutua e incondicional aceptación con nuestras cualidades defectos, lo positivo lo negativo, las alegrías y las penas, el pasado y el presente y el futuro de aquel a quien se ama. La Unción permanente y la fidelidad, la fidelidad es la forma en que se produce la aceptación incondicional. El amor verdadero tiende a ser fiel, duradero y permanente. La creatividad y procreación; la creatividad mutua, la relación conyugal, la procreación como fruto de amor de pareja. Celebración e institución: el matrimonio no es algo privado sino que afecta a la sociedad, comunidad. Tiene una participación y una función en la comunidad cuando este no se logra manifestarse abiertamente como si fuera algo clandestino, cuando el amor teme manifestarse por algo y no hay celebración, es prueba de que padece alguna deficiencia. Dios no puede estar ausente en la obra de sus manos por ello la relación de pareja abierta y transparente, llena de amor, vivido en la presencia de Dios, será como el “Grito de Dios” desde las fibras más hondas y las inclinaciones más profundas del ser humano. IV. EL MATRIMONIO UN SACRAMENTO DISTINTO Es cierto que como sacramento tiene las mismas características de todos los sacramentos de la Iglesia; instituido por Cristo, es un signo externo en si mismo, significa y comunica la gracia haciendo presente el ministerio del amor de Cristo a la Iglesia. Pero de modo especial pues distinto a los demás sacramentos veamos: Respecto a la institución Cristo lo ha instituido pero en forma original, porque en si ya fue instituido en la creación, entonces lo que ha hecho Cristo es elevarlo a sacramento, dándole su pleno sentido haciéndolo un signo de amor que se ha manifestado y realizado en su ministerio pascual. En cuanto “signo externo” el matrimonio también es especial; no tiene un material sensible como signo tal como sucede por ejemplo; con el pan y vino de la Eucaristía. El signo verdadero del matrimonio es la misma realidad humana del hombre y la mujer, expresándose su amor y compromiso, con las palabras, el consentimiento, los anillos. Sobre el ministro del sacramento, no es el sacerdote quien lo otorga sino son los mismos esposos, los ministros porque son ellos los que dándose y recibiéndose mutuamente se administran el sacramento teniendo como testigo al sacerdote que es el vínculo de unión con la Iglesia y de representación del mismo Cristo.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

88


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

La gracia sacramental es especial pues no es individual como los otros sacramentos sino que el sujeto es la pareja ósea “dos” a quienes afecta la gracia creando un vínculo de unidad siendo la misma gracia esponsal. Mas aun la permanencia del sacramento es continua, porque dura siempre, mientras dura el amor expresado en los signos matrimoniales de la vida. Por ello es fuente de santificación permanente, santificándose el uno al otro.

MATRIMONIO CRISTIANO UNA NUEVA FORMULA DE AMAR Los Cristianos no hemos inventado ni el matrimonio, ni el amor. Los cristianos se aman y se casan como todos los demás hombres. Pero entiende su matrimonio y su amor de una forma nueva, porque la viven desde una referencia y un sentido que sin negar nada de la riqueza humana, lo hace portador de la riqueza divina y esto es así sencillamente en Cristo y desde Cristo. No es que Cristo formulara una tesis sobre el matrimonio. Al contrario el Nuevo Testamento habla poco del matrimonio, pero si lo suficiente para comprender el valor y el sentido que le ha dado Cristo con sus palabras y signos y sobre todo con su muerte y resurrección. Hoy en día la Iglesia rescata el valor positivo de la sexualidad, el erotismo, el encuentro gratificante y el gozo entre el hombre y la mujer, sino que la teología y la moral no dudan en afirmar que esta sexualidad y erotismo son parte integrante del sacramento del Matrimonio, porque son parte del matrimonio mismo, porque Dios ha creado en el hombre esta realidad como algo bueno y digno, por lo que el hombre realiza la misión y vocación que el mismo Dios le ha dado. REQUISITOS PARA EL MATRIMONIO Haber recibido los sacramentos de Iniciación Cristiana. Tener el deseo de expresar el consentimiento libre y voluntariamente. Manifestación pública del deseo de contraer matrimonio. De no tener la pareja el mismo credo no es impedimento para la celebración de este sacramento siempre y cuando se cuente con el permiso expreso de la autoridad eclesial. El matrimonio “valido” es un vinculo perpetuo y exclusivo. ALGUNAS CITAS BÍBLICAS IMPORTANTES: Unión Intima y personal para toda la vida. Gn. 1, 26-37 Gn. 2, 18-25 Mt 19,5 La Procreación Gn 1,28 Gn 29,32 Compañerismo amoroso “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

89


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Gn 2,18-24 Monogánico Mt 19,5 1 Tt 3,5

CUESTIONARIO 1. El Matrimonio es una realidad de este _______________________querida por _______________. 2. Este acto no es individualista o______________________es una creación de ________para formar una______________________. 3. El___________________entonces goza de la misma________________que cualquier otro órgano del cuerpo. 4. El hombre y la mujer al ser llamados a ser __________________representan el _______________la_________ Y la __________________y la fuerza creadora de Dios. 5. La fidelidad es la forma en la que se produce la ___________________________. 6. La Unión Matrimonial será como el ___________________desde las fibras más ondas y las inclinaciones más profundas del ser humano. 7.

El Matrimonio ha sido instituido por Cristo pero de forma____________________.

8.

La gracia ________________es especial pues no es individual como___________________.

9.

Los ______________________se aman y se casan como todos los demás_________________Pero entienden su amor y su matrimonio de una forma nueva.

10.

Dios ha creado en el hombre esta realidad como algo_____________________por lo que hombre realiza la ____________________que el mismo Dios ha dado. CONCLUSIONES

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

90


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________

LECTIO DIVINA(Continuación) TEMA No. 7:

LOS METODOS DE LA LECTURA DE LA BIBLIA LA LECTURA ESTRUCTURAL

2. INTRODUCCION Desde la antigüedad se usan diversos métodos para la lectura de la Biblia, así en la Iglesia primitiva se usó especialmente la Lectura Alegórica (la imaginación jugaba un papel principal), la Lectura Literal (usada particularmente en Antioquia), la lectura Histórica Crítica, etc. Hoy hay nueva manera de estudiar los textos bíblicos: la SEMIÓTICA o análisis Estructural, que trataremos en esta clase. 3. ¿QUÉ ES LA LECTURA ESTRUCTURAL? El método de la Exégesis Estructural, es el que se interesa por el “Estudio del TEXTO aquí y ahora, es decir en su estado actual (en oposición al método histórico-crítico que nos hacía ver los estratos o cambios que había sufrido el texto a través de la Historia). El análisis Estructural o “Semiótica “ “no es bíblica, es una ciencia dedicada al estudio de los “SIGNIFICADOS”, investiga los Sistemas de Significación que encierran las literaturas y por consiguiente se interesa por los textos escritos, independientemente de su vinculación a tal o cual cultura, a tal o cual período a tal o cual área geográfica. Para la Semiótica la Biblia es un campo de estudio, una especie de subconjunto del conjunto “Literaturas”. La Biblia presenta un gran interés por la variedad de sus géneros, por las cuestiones tan diversas que plantea, por la riqueza de los discursos, etc. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

91


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

4. OBJETIVOS Para nosotros, los lectores de la Biblia, la Semiótica es un instrumento de trabajo valioso. El objetivo no es una descripción científica y exaustera de la Biblia, sino realizar sobre los textos Bíblicos una “Lectura inteligente” para lo cual nos sirve tremendamente la Semiótica – como ciencia de los SIGNIFICADOS que nos permitirá: a) b) c)

Hacer un trabajo de Lectura. Lectura Atenta Lectura controlada

a) Trabajo de Lectura Se trata de interpretar y organizar la información que ofrece el texto y no de acumular los conocimientos a propósito del texto o de lo que el evoca en el lector. b) lectura Atenta Se trata de leer TODO el texto hasta en sus menores detalles, ya que es la SIGNIFICACION del texto lo que se trata de observar y de leer. c) Lectura CONTROLADA Toda lectura contiene propuestas o proposiciones que tienen que verificarse en el propio texto. Nuestra lectura, se ve así “Controlada” por la regla de la Teoría Semiótica y por el texto. 4.FUNDAMENTOS DE LA SEMIÓTICA Para entender el método de la Lectura Estructural es preciso primero conocer los fundamentos y principios teóricos que la sustentan. a) DEFINICIONES PREVIAS -La SEMIÓTICA es la ciencia del “SIGNIFICADO” o “SIGNIFICACIÓN”. La SIGNIFICACIÓN es el proceso de la “producción social del sentido” en los diferentes textos que circulan en la sociedad. *La SIGNIFICACIÓN es el proceso de la “producción social del sentido” en los diferentes textos que circulan en la sociedad. *Toda comunicación debe ser “Significación”, ósea debe producir “Sentido”. - SENTIDO (concepto indefinible) (un intento de definirlo sería: “todo aquello que fundamenta la actividad Humana en cuanto a intencionalidad). *Toda nuestra vida social está tejida y manifestada a través de los SIGNOS y los sistemas de signos que son los medios a través de los cuales se produce el “sentido”. -SIGNO es todo objeto perceptible que de alguna manera remite a otro objeto: Ej. Las señales de tránsito, las notas musicales, las palabras el auto (Velocidad), la tiza (clase), o todo signo está compuesto de la relación entre: a) EL SIGNIFICANTE (Los sentidos de las Palabras) o nivel de la Expresión. Ej: “ARBOL” S = SIGNIFICANTE “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

92


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

SIGNIFICADO b) EL SIGNIFICADO (El concepto del árbol). Los que estudian los signos en su componente de “SIGNIFICANTE” (unidades mínimas, sistemas de oposición, sus reglas de combinación, formas gramaticales, estilísticos, etc.), son los Lingüistas (Plano de la Expresión). En cambio los Semiólogos son los que estudian los “SIGNIFICADOS” o “CONTENIDOS” de los signos y de los textos (Plano de contenido). -En los “TEXTOS” que se produce el sentido, todo TEXTO puede ser entendido en términos de relato o narración y en términos de Discurso simultáneamente. c) NIVELES DE SIGNIFICACIÓN Nosotros vamos a estudiar la Biblia desde el punto de vista de los Contenidos globales de los textos Bíblicos Según la Semiótica el contenido global de un texto puede organizarse y describirse desde tres niveles diferentes: b) El nivel lógico Semántico. c) El nivel NARRATIVO. d) El nivel Discursivo. 5. PRINCIPIOS DE LA SEMIÓTICA Para hacer una lectura coherente de la Biblia, debo recordar que para abordar y observar rigurosamente los textos Bíblicos debo conocer y aplicar ciertos principios o postulados que sustentan a la Semiótica. 5.1 Principios de INMANENCIA (o Autonomía del lenguaje) Para descubrir el sentido de un texto debe considerarse la estructura del sentido producida en sí MISMA excluyendo todo recurso a los hechos extra textos. Es decir, conviene observar el texto (Solo el texto y nada más que el texto) prescindiendo de quienes intervienen en el diálogo y de la situación social que los engloba, llegando a establecer la estructura pura de sentido del texto. Esta actividad descriptiva se califica de INMANENTE. Sólo cuando respetamos este principio nos podemos dar cuenta de las condiciones internas de significación. Este principio implica tener dos actitudes: a) Resistencia a los Verosímil Considerar sólo el texto en sí mismo, requiere que debo resistir a hábitos que tenemos de reconstrucción y representación debido a nuestros conocimientos a partir de los cuales, con los datos de la Psicología o de la Historia tendemos a “reconstruir verosímilmente” la escena o hacemos la “referencia” que es posible confirmar con los datos de la geografía e Historia recordar que lo que buscamos es”LA ORIGINALIDAD” la “SINGULARIDAD” del texto y no su conformidad con lo que ya sabemos. Leer es dejarnos DESINSTALAR por el texto. b) El texto: es un MICRO-universo de Sentido Examinar un texto según la semiótica nos lleva a considerarlo como “un Universo particular de SIGNIFICADO” todo texto ofrece un mundo particular que recorrer, un mundo organizado por el descubrir y contemplar. Leer es también “entrar en un MUNDO posible. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

93


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

5.2 Principio Estructural La semiótica se basa en el principio de Estructura según el cuan “NO hay sentido más que en la diferencia y por medio de la diferencia”. Por eso se trata de Observar y medir las diferencias pertinentes para la significación. Leer es entrar en el juego de las diferencias significantes de un texto. Entonces, el contenido de un texto se manifiesta sobre la base de diferencias ente varios Elementos de SIGNIFICACIÓN (o unidades MINIMAS de sentido denominadas SEMAS) (GRANDES ----Pequeño; ALTO/ BAJO; Enfermo/Sano, etc.). Según esta teoría, “Percibir el SENTIDO de un texto” es ante todo “Percibir las diferencias en el contenido del texto”. Las diferencias son las que CONSTITUYEN la “FORMA DEL CONTENIDO” y son las que permiten identificar a los elementos de SIGNIFICADO. La identificación de los “SEMAS” o SIGNIFICADO no puede hacerse más que a partir de las “Diferencias” y el “Valor” de estos SEMA no puede determinarse más que en el marco de una estructura. Ejemplo: El concepto “ALTO” no tiene valor más que en relación con “bajo”; LA “llanura” no significa nada más que en relación con la “MONTAÑA”. 6. ¿CÓMO ABORDAR EL TEXTO? Hay dos recorridos posibles: A) El Recorrido Generativo B) El Recorrido Analítico C) Que pasa del nivel DISCURSIVO al nivel NARRATIVO y del este al nivel LÓGICO – SEMANTICO, nosotros tomaremos el segundo por ser el más accesible. Sólo resta subrayar que en cada uno de estos niveles los “Elementos de SIGNIFICACIÓN” y la “forma de sus relaciones”, son diferentes. Cada nivel tiene sus propias reglas de articulación que hay que respetar. Sólo haciéndolo podemos llegar a una descripción “pertinente” de las estructuras del contenido de los Textos Bíblicos. El recorrido Analítico de los textos 6.1 Análisis del nivel Discursivo o del Discurso ¿Qué es el discurso? El Discurso es el curso entre dos sujetos, es el flujo de significación o sentido articulado que discurre desde un Destinado hacia un Destinatario. El Discurso es ese algo dinámico que fluye y VIVE dentro del texto. ¿Cómo se hace el análisis del Discurso? El contenido de todo texto se presenta como una “organización” de “Figuras” “Recorridos figurativos” cuya articulación determina unos Valores temáticos.

dispuestas en

El análisis del Discurso consiste en determinar como estas “figuras organizadas en un recorrido” van constituyendo “Valores Temáticos” que constituyen el DISCURSO. Este ES UN trabajo paciente de lectura y relectura. -

Figuras: Son elementos de significación determinada o elementos básico a partir de los cuales se constituyen todos los textos. Pueden recurrir a diferentes palabras de la lengua, pero tienen cierta estabilidad en la significación. Ejm.:

EL TEMA la “Violencia” “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

94


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Su figuratización puede cambiar: *En la edad de piedra: el mazo y la lanza. *En la época actual: el rayo lasser o la bomba de neutrones. Por consiguiente, el primer paso del análisis del discurso consiste en reconocer las figuras y emprender su clasificación. -

Una pista para HALLAR y clasificar figuras es hacerlo en torno a tres polos: Los Actores (que no siempre son personajes) Los Tiempos (que puede ser el tiempo real o el tiempo) y Los Espacios (lugares que pueden no ser necesariamente el espacio físico).

-Luego hay que observar cómo se articulan en el texto estos elementos, es decir describir sus relaciones (diferencias, oposiciones, etc). Descubriendo así cual es la organización específica o particularidad del texto. -Recorridos Figurativos Todas las figuras se disponen en “Recorridos figurativos” que nos permiten precisar el contenido de la figura ósea la forma como el texto la utiliza y la interpreta. Ejm. La figura de una puerta, pero cuál será su contenido figurativo? Puede colocarse en diversos R.F. Una puerta que está siempre entre abierta. Una puerta que delimita dos espacios. Una puerta por la que tiene que pasar el Héroe. Una puerta, punto de encuentro entre dos actores, etc. -Valores Temáticos Es la forma de los reconocidos figurativos lo que determinará el “Valor Temático” de las figuras. Cada texto hace un uso particular de los recorridos figurativos; es a destacar esa particularidad es decir, “en nombre de que” se ordenan esas figuras en esos recorridos figurativos. Ejm: “La puerta en mención en este texto particular que Valor temático tiene? Igual valor de “Separación”? Valor de “Relación”, Valor de “Comunicación”? Aquí lo que tenemos que hacer es intentar “Discernir” los valores temáticos que asumen las figuras. Esta es la operación más difícil pero la más interesante. Ningún libro o diccionario nos dará para las figuras de un Discurso (Sean estos Puerta – Arbol – viña – Padre - Caridad - Muerte, etc. ) el relieve de los valores sólo pueden determinarse más que en función del Texto particular, por el Micro Universo SEMANTICO de ese texto. 6.2 Análisis del Nivel Narrativo Este análisis trata de reconstruir el “Esquema Narrativo” de base que existe siempre en todo discurso. En otras palabras el Componente Narrativo, es un conjunto de Esquemas formales que dan cuenta del proceso discursivo. Componentes de la Narración Todo análisis narrativo clasifica los enunciados de un texto en dos categorías: a) Los Enunciados de Estados que manifiestan en el texto por medio de verbos “ser”, “estar” , tener, parecer, semejar. Ejm,; Pedro es rico, Pedro tiene dinero, Pedro parece triste. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

95


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

b) Los enunciados del Hacer expresan una transformación. Se enuncian a nivel textual con verbos de acción (activos ó pasivos). Son todos los procesos, acciones, pasiones, deseos, enfrentamientos, modificaciones de todo tipo, que constituyen diversas formas de hacer. El análisis consiste en descubrir las “Relaciones” que se establecen entre los enunciados. Hay que guiarnos por un Modelo o Esquema Narrativo que organiza el encadenamiento de los enunciados en 4 fases ligados entre sí: 1) 2) 3) 4)

MANIPULACIÓN COMPETENCIA PERFOMANCE SANCION

FASES DEL ESQUEMA 1. MANIPULACIÓN (No hacer interpretaciones psicológicas ni Ideológicas). Trata del “Hacer-Hacer”. Un cantante obra de manera que otro cantante actúe. Ósea debe haber un sujeto en el texto para la realización de un programa. El sujeto que “tiene que hacer” (por la voluntad o por deber) se denomina “Sujeto operador”. 2. COMPETENCIA Se trata del “SER DEL HACER”, sujeto Operador” pueda realizar la transformación proyectada, este sujeto tiene que estar “capacitado” o ser “Competente”. La competencia viene textualmente expresada por el “Deber”, “querer”, “saber” y el “Poder Hacer”. Los medios de acción pueden figurarse de maneras muy diversas, desde los objetos de los cuentos mágicos hasta las reglas de aprendizaje de ciertas tecnologías. 3. LA PERFOMANCE se trata del “HACER SER”, ósea del desempeño que realiza el “Sujeto operador”. Este realiza una transformación que lleva a su vez hacia una relación entre un “SUJETO DE ETADO” y un “OBJETO VALOR” (aquello cuya adquisición o pérdida forma parte del objetivo) del Programa Principal que figura en el TEXTO. 3. LA SANACION Da cuenta del “SER DEL SER” que presenta el examen del programa realizado para evaluar lo que se ha transformado y al sujeto que hizo la transformación. Aquí se encuentra de nuevo al Destinatario (Epistémico) que presenta los valores en juego que presiden la evaluación de las acciones y al “sujeto Realizado” también se encontrará una “retribución” que puede ser positiva o negativa según sea mayor o menor la evaluación. *LA DIMENSION POLEMICA Todo análisis del nivel narrativo para ser completo debe contemplar también la dimensión Polémica o “Estructura conflictiva” subyacente a las confrontaciones (de funciones o de cometidos) puestas en escena. Así por ejemplo: todo programa de acción proyectada como una sombra una perspectiva inversa, y para cada una de las 4 fases puede haber una fase opuesta o inversa. APLICACIÓN DE LA SEMIÓTICA A UN TEXTO BÍBLICO “La Parábola de los abusos de la viña” Recordar: -Tomar todo el texto como un MICRO-UNIVERSO semántico. -Se intenta describir “La Forma del Contenido”, ósea la ORGANIZACIÓN estructural que es la única que permitirá al contenido manifestarse. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 96


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-Atendernos al “texto”, poner a distancia lo que creemos saber a propósito para entender mejor “ lo que se dice en el texto” (DISCIPLINA). -Leer es un trabajo que consiste en “Ponerse en contacto con el texto” y abordarlo a la vez de una manera global y detallada, atenta a verificar en los menores detalles la organización de la SIGNIFICACIÓN. -

Considerar A LA Biblia como una “Verdadera Escritura”. Aceptar no saber de antemano lo que el texto dice, “Descubrir” lo que dice esa “PALABRA” más allá de lo que nosotros pensábamos. Cada texto, puede, según sus características propias, inducir la forma como conviene abordarlo.

En esta parábola se presentan relaciones entre diversos personajes: ¿Cómo están construidas estas relaciones? 1) ANÁLISIS DEL DISCURSO DE LA Parábola DE LOS obreros de la Viña 2) Lo analizaremos en torno a los 3 ejes: Actores Lugares y tiempos: Versículo 1: “ El reinado de dios se parece a un propietario que salió al amanecer a contratar jornaleros para su viña”. -Entra 1 actor: “Propietario” definido por su actividad “contrata jornaleros”. Otras figuras de actores: Obreros por contratar -Relación entre estos? No se dice casi nada de esa relación (contrato) -Tampoco se menciona nada sobre la coyuntura económica (paro o pleno empleo). TIEMPO: Se da una indicación “AL AMANECER” ESPACIO: DESPLAZAMIENTO: SALIO de 1 lugar para ir al sitio -lugar del contrato PLAZA -lugar de trabajo VIÑA entonces desde el primer versículo se ha elaborado una situación decisiva: - La posición de 2 actores ------------El propietario Figuras---Los jornaleros -Lugar concreto --Lugar del contrato “LA PLAZA -- Lugar DE trabajo “LA VIÑA” -Tiempo--El amanecer Versículo 2: “Después de ajustarse con ellos en el Jornal de costumbre, los mando a la viña”, Actores: los mismos - relación entre actores: se presiona más que antes; se estableció una especie de contrato sobre la base del “Jornal de costumbre (un denario) para la jornada. -

El patrono que propone el contrato

-

Se va afinado la figuras

-

Los jornaleros que son contratados

Lugar: Vuelve a definirse “LA VINA” como el lugar de trabajo. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

97


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Reconocido Figurativo: la Viña no aparece mas que como el lugar de trabajo para los obreros y como la propiedad del hombre que buscaba empleados. -No se debe nada sobre el tipo de trabajo a realizar? Poda Vendimia? TIEMPO = No se dice nada. Versículos 3 al 5: “Salió otra vez a la hora tercia, Vio a otros que estaban en la plaza sin trabajo y les dijo: Id también vosotros a mi viña y os pagaré lo que es JUSTO y ellos fueron. Salió de nuevo hacia la hora Sexta y hacia la Nona e hizo lo mismo”. Aquí se aparece una nueva “Situación Discursiva” (Combinación de actores tiempo espacio) (cada vez que entra un nuevo actor abría una indicación de tiempo y lugar, se obtiene una rara escena). ¿Qué cambió acá? -El tiempo  Amanecer. Hora tercia, Hora sexta, Hora Nona, (Media Mañana) (Medio día-Media Tarde) se ha organizado por la sucesión de las Horas. Hay un ritmo. -

Los actores El propietario que vuelve a intervalos regulares. Sale ve a la gente que busca trabajo, les habla: (dijo) para: ponerles un contrato proponerles un salario.

-

Los otros son un poco desiguales de los anteriores aunque se les parecen, están sin trabajo y esperan ser contratados.

-

Lugar - LA PLAZA-- Sitio DEL Contrato

-

LA VIÑA

--- Sitio del trabajo El tiempo: es una cadencia, un ritmo, - 3-6-9

-

La relación entre los actores es nueva y distinta de la anterior -El texto es explícito HAY una mediación “VIO” Y “DIJO”. -Hay una proposición: “Os pagaré lo que es JUSTO” desigual de ajustarse. (Esto es una ENUNCIACIÓN). Ves las diferencias: Espacio: Juego de desplazamientos del propietario y los jornaleros ir y venir de la PLAZA A LA VIÑA – de la VIÑA A LA PLAZA. Tiempo: Amanecer – Hora tercia – hora Sexta - Hora Nona. Relaciones entre actores -Desde un contrato inicial ajustado se va “personalizando” hasta convertirse en una propuesta del propietario que establece “Lo que es justo” a desigual de “Un denario” (el jornal de costumbre). -El primer contrato se presentaba en forma IMPERSONAL, mientras que el siguiente sí está vinculado a las figuras de la MIRADA y de la PALABRA. Versículos 6 - 7 “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

98


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

-Actores  parecidos -Espacios  Operación Contractual representativa Tiempo - Dimensión de Suscesividad (nuevos toques). -hacia la hora UN DECIMA (rompe el ritmo 3-6-9-11 Desnivel -Relaciones entre actores: Hay una INTERPELACIÓN del PROPIETARIO ¿Cómo es que estáis aquí el día entero sin trabajar? -Se entabla un diálogo “Nadie nos ha contratado” al interior del diálogo: DIA entero vs HORA 11 Se acabó la jornada - Hay un ENVIO del propietario: “Id también vosotros a la viña” Esta es una fórmula parecida a la anterior pero ahora está sola, esta vez nada se dice sobre el contrato ni sobre remuneración posible NO HAY MAS QUE EL ENVIO. Versículo 8: Tiempo: Cuando “oscureció” marca una nueva situación Discursiva que se vincula con la indicación “Al amanecer”. Actores: Nuevo actor “el encargado “ a quien el dueño encarga la tarea de Retribución y Distribuir el Salario. El propietario se transforma en el Dueño de la Viña. (variación figurativa). Relaciones El patrón no sólo indica que el encargado distribuya el salario sino cómo ha de hacerlo: “De los últimos a los primeros”. Versículo 9-10: Los últimos reciben 1 denario  no se había pactado NADA para estos. Los primeros “pensaban” y “esperaban” pero no obtuvieron.Versículos 11-12: Las relaciones entre actores pasan ahora por la PALABRA PROTESTAS  Palabras Agresivas pero en Sordina, claras pero en murmuración y reproche. Reproce  Relativo al tiempo de trabajo y el salario recibido: 1 hora para los últimos, todo el día para los primeros soportando la carga CASI NADA - CASI TODO : DESNIVEL Versículos 13-15: “Amigo” Relación entre Actores: A la crítica de jornaleros primeros se opone la Replica del patrón. Réplica es dirigida a uno de ellos, relación personalizada: “AMIGO”. El patrono recuerda el derecho y términos del contrato Inicial “nos ajustamos en un denario”. Esposa su benevolencia figuras de Justicia y derecho dejan paso a figuras de Benevolencia del particular. -El último enunciado: “Ves tu con MALOS ojos que Yo sea generoso” (es el ojo que es considerado como defectuoso no la persona, el patrón hace un reproche pero NO hace una evaluación moral. ¿Estas mal de la vista? Fam.: No hay una receta para el análisis Semiótico de los textos. Ahora iremos a los Valores Temáticos. VALORES TEMÁTICOS (Se presentan como parejas de Oposiciones) 11. REGULARIDAD VS RUPTURA “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

99


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 -

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Es acaso el texto un relato sobre derecho de trabajo: Contrato Empleo Salario Reivindicaciones de Trabajos Injusticias.

El discurso insiste sobre la “Repetición del contrato”, y en su carácter Regulado, Nomado, regular sobre determinado por el tiempo, RGULARIDAD. - Esta REGULARIDAD será rota(Ruptura) por el contrato de los últimos. Esta relación Regularidad /Ruptura es lo que vale la pena. 12. Relación socio-PROFESIONAL vs RELACION PESONALIZADA Al comienzo, es la “Ley del Contrato Social” o el principio de las condiciones contractuales lo que regula las relaciones entre los actores; es una relación colectiva impersonal. Pero al final hay un cambio, ocurre una relación interpersonal “YO-Tu” de tipo amigable. El dueño no se dirige a todos los obreros contratados a la hora Undécima, sino que designa a UNO de ELLOS al que llama “AMIGO”. -

13. EL DERECHO vs LA VOLUNTAD Ya vimos que en el texto hay una posición entre lo que pertenece al Derecho (Contrato, Salario) y lo que tiene que ver con el Deseo (VOLUNTAD) , la Voluntad rompe con las reglas del derecho, El derecho es sin duda el respeto al contrato establecido y a los que es justo. En el relato no se traspasa ese derecho: “No te pago ninguna injusticia” dice el dueño. La justicia queda en su lugar ?No te ajustaste CONMIGO en ese jornal?. La voluntad no se opone al Derecho pero plantea un punto de referencia en lo que “EL propio Dueño” quiere hacer y en lo que de hecho realiza. ¿Quiero darle a este último lo mismo qu3e a ti? ¿ Es que no tengo libertad para hacer lo que quiera en mis asuntos? 14. EL ESPECTÁCULO vs LA PALABRA El obrero de la “Primera Hora”VE y juzga a su PATRON ¿MALOS OJOS QUE Yo sea generoso?. Entonces a partir de lo que VEIA el obrero a forjado todo un “ESPECTÁCULO” (Se ha imaginado una modificación de las condiciones iniciales  Es el ojo el que se ha dejado llevar por el espectáculo de la Retribución). (son los primeros obreros “los que han inventado una especie de derecho IMAGINARIO). En vez de este espectáculo al final aparece la PALABRA dueño: hace una INTERPELACIÓN. Espectáculo Y Palabra son dos valores Temáticos; en la dinámica del testo el “Contratado de la Primera Hora”, se ve invitado por una interpelación directa a pasar del orden del “Espectáculo” al orden de la “PALABRA”.

TEMA No. 8.1:

“DE LA LECTURA A LA MEDITACIÓN”

1. ANIMACIÓN 2. MOTIVACIÓN 3. OBJETO

: Canción “Señor quien puede entrar en tu Santuario” : Lectura Jn 14.6; Hechos 14,15; y Mt 16,16 : Que el participante se oriente a conocer los rasgos característicos de la meditación cristiana.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

100


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

4. ESTRUCTURA DEL TEMA: 1. 2. 3. 4. 5.

La meditación cristiana tiene un carácter religioso. La meditación cristiana no es una técnica, sino una vida. Un Dios personal. El papel de la palabra. El criterio último: La Obediencia.

5. EXPOSICIÓN DEL TEMA 5.1

Introducción

Es difícil precisar el momento exacto en que la naturaleza pasa de la primavera al verano. Es diferente, cada año, en cada país. Pero existen algunos criterios. El objeto de la lectura es leer y estudiar el texto hasta que, sin dejar de ser el mismo, se convierta en espejo de nosotros mismo y nos refleje algo de nuestra propia experiencia de vida. La lectura debe familiarizarnos con el texto hasta el punto de que se convierta en nuestra palabra. Casiano decía: “penetrados de los mismos sentimientos con lo que fue escrito el texto, nos convertimos por decir así, en sus autores”. Y es aquí que nos damos cuenta de que, por medio de ello, Dios está queriendo hablar con nosotros y decirnos algo. En ese instante, doblamos la cabeza, hacemos silencio y afinamos el oído: “Voy a oír lo que el Señor tiene que decir”. (Sal 85, 9) es en ese momento cuando la lectura se transforma en Meditación y se pasa entonces al segundo grado de la Lectio Divina. 5.2

Rasgos característicos de la meditación cristiana

La respuesta a la pregunta: ¿Qué es lo que caracteriza a la meditación cristiana ¿ parece evidente. Es que Cristo es el centro de ella. El mismo ha dicho en efecto: “Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida” (Jn 14,6) ¿En qué pensamos al hablar de la meditación? ¿Se da a esta palabra el sentido que ha tenido en el Occidente cristiano durante los últimos siglos, a saber, una manera de penetrar los misterios de salvación utilizando activamente las diferentes potencias del alma (razón discursiva, imaginación, afectividad, voluntad)? ¿o por el contrario se entiende la palabra “meditación”, tal como se hace en las nuevas corrientes, como una especie de concentración en la que se le intenta superar todo pensamiento, toda imagen y todo sentimiento? Esta última concepción de la meditación sin objeto se acerca más bien a lo que la tradición cristiana llama “contemplación”. 5.3

La meditación tiene un carácter religioso

Lo primero que podemos decir de la meditación cristiana es que debe tener un carácter religioso. En la meditación cristiana buscamos de una manera u otra de aproximarnos a Dios. O bien, para decir lo mismo de manera negativa: la meditación cristiana no tiene primordialmente una intención psicoterapéutica. La oración cristiana contribuye a la salud mental, por ello, es posible que un psiquiatra de un paciente cristiano el consejo de liberarse regularmente para meditar. Cuando la relación del hombre con Dios (que es su relación más fundamental) está en armonía, con profundidad ejerce una influencia curativa que penetra poco a poco las esferas psíquicas corporales. El amor y la adoración ocupan en efecto un puesto mucho más importante en la meditación cristiana. Si estos faltan, la oración se encuentra pervertida y Dios empequeñecido. Todos los místicos están de acuerdo en este punto “Existe una diferencia, Teótimo, entre ocuparse de Dios que nos da satisfacción y divertirse con la satisfacción que Dios nos da”, escribe San Francisco de Sales. Y “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

101


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

el maestro Eckhart (1,260-1,327): “Tú te humillas al Dios infinito haciendo de el una vaca de leche, que se estima por la leche y el queso, por el beneficio. Existe una paradoja: cuando más nos concentramos en el aspecto psicoterapéutico de la oración cristiana, menos la encontramos. Si la oración cura al hombre, es por que éste alcanza en ella el fondo de su ser el lugar donde surge el amor, el lugar donde el mismo es amor. El que se detiene en los niveles psíquico o físico puede llegar a alcanzar ciertos síntomas, pero no llegará a la armonía de su ser profundo. 5.4 La meditación cristiana no es una técnica, sino una vida Para un cristiano, la meditación forma parte de una aventura de amor. Compromete toda la vida. Instaura una relación con el “Dios viviente” (Hch. 14,15) y con el “Hijo de Dios viviente” (Mt 16,16); una relación que se compone de acción y reacción, de una palabra y una respuesta. Nada es tan vivo como la oración cristiana, por que es la apertura a la vida misma (Jn 14, 6) El Dios viviente es también el “Dios de los vivientes” (Lc 20, 38). Es esta la razón por la que no hay en ella nada estereotipado, nada que pueda ser determinado de antemano o previsto. No es posible programar la meditación cristiana como se puede hacer con otro tipo de meditación mediante la técnica, la cual se puede lograr por nuestros esfuerzos personales. La oración cristiana es, por el contrario, un don libre de Dios, En la mística cristiana todo es gracia. Podemos orar y pedir esta gracia, podemos prepararnos y abrirnos ante ella, pero no podemos hacer más. Todo esto implica que la técnica no es tan importante para la oración cristiana. La técnica no puede forzar a Dios. Con la ayuda de la técnica, se puede crear un cierto reposo, una cierta paz, pero no es esta paz la que constituye la esencia de la oración cristiana, la técnica puede ayudar al hombre interior a abrirse a hacerse acogedor y disponible. Pero si el Señor se manifiesta después, será independiente del hombre. Si se insiste demasiado en el aspecto técnico, se corre el riesgo de impedir un desarrollo posterior de la vida de oración. Meditar es abrirse al Espíritu de Dios que llena el mundo (sap 1,7) y renueva la paz de la tierra (Sal 104, 30) Aquel que medita y se deja crear por Dios, el Amor actuante, se encuentra inspirado y estimulado por la energía liberadora de Dios. Se convierte en portador del Espíritu. Meditar es exponerse a la influencia de Dios que nos conduce a la acción. 5.5

Un Dios personal

Se ha dicho que en la meditación cristiana queremos encontrar a Dios. Nos atrevemos a correr este riesgo porque creemos que sale al encuentro del hombre. El cristiano puede envalentonarse hasta llegar a tal grado de confianza porque cree en un Dios personal. Para el, Dios es un Padre, si, el padre que se descubre en Cristo. Cuando los cristianos, y en primer lugar los místicos, opinan que Dios es personal, quieren decir que Dios para ellos no es sólo el fundamento último de las cosas, no solamente una energía ciega, un vacío o una nada. En el Infinito cósmico, que descubren en las profundidades de su ser, llegan a ver un corazón, un centro personal. Descubren que la gran vida que comparte tiene un centro que es la Alguien, aunque este alguien no pueda ser llamado persona de la misma manera que ellos. Cuando más unido se encuentra el hombre con Dios, más persona llega a ser. A la pregunta: “¿Quién soy yo?” Tomás MERTON responde: “El descubrimiento más profundo de si mismo es “Soy alguien al que Cristo ama” El Dios de los Cristianos es amor. No es el que absorbe, sino el que se da. Da su propia vida, hace al hombre hijo suyo. Lo impensable tiene lugar: Dios se hace servidor de hombre (Lc 12, 37). 5.6

El papel de la palabra “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

102


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Podemos ver en el prólogo del Evangelio de Juan (1,1-18 cómo la concepción cristiana de Dios une las dos perspectivas del infinito y de la persona. Juan dice en los primeros versículos, que el Verbo estaba presente en el mundo, pero de manera escondida, en la profundidad última de las cosas y sobre todo en el corazón del hombre. De esta forma el Verbo está presente en las religiones no cristianas y en toda búsqueda de Dios. La descripción de la manifestación visible del Verbo en el mundo, constituye el objeto de la segunda parte. “el Verbo se hizo carne y vivió entre nosotros” y nos ha revelado el misterio de Dios. Este misterio inaccesible que tantas veces a desafiado a los buscadores de Dios, en lenguaje de hombres. Este verbo nos ha dicho que Dios, el núcleo divino escondido en el fondo de todo lo que existe, es un tú lleno de amor. El Verbo es Cristo, por ello la palabra juega un papel muy importante en la oración cristiana. El cristianismo es la religión de la palabra. La importancia de la palabra en el cristiano aparece también en la oración litúrgica y en toda la vida sacramental. El cristianismo es impensable sin estos elementos; Jesús mismo rezaba con palabras, participaba en los oficios de la sinagoga y era muy fiel a ellos (Lc 4,16); decía las oraciones tradicionales antes de las comidas (Mt 14, 19; 16, 26; Lc 24, 30) Sobre la cruz recitó el Salmo 22 (Mt 27, 46). Los sacramentos se componen siempre de un gesto y de una palabra: la vida de Cristo nos es comunicada en y por esta palabra. Los sacramentos son, en efecto, una manifestación tangible de Dios, en el corazón de la vida cotidiana. Además el simbolismo sacramental abre nuestros ojos a la dimensión trascendental de la existencia: las cosas mas pequeñas pueden unirnos a Dios. No; la meditación bien entendida no se opone a los sacramentos. Es precisamente por los sacramentos como la presencia envolvente y penetrante de Dios, de la cual la meditación nos hace tomar conciencia, se convierte en una realidad concreta y viviente. 5.7

El criterio último : la obediencia

La Biblia nos cuenta cómo el hombre busca a Dios, más aún cómo Dios busca al hombre. Por eso la mejor manera de describir la actitud del hombre hacia Dios es ver en ella una respuesta a la palabra que éste nos dirige. Esto vale tanto para la antigua Alianza donde “Dios, en muchas ocasiones y de muchos modos habló en el pasado a nuestros Padres por medio del hijo (Heb 1, 1-2) “Por Aquel que es el mismo Verbo de Dios”. En la Biblia el hombre escucha a Dios y le obedece, o bien endurece su corazón y se revela. Esto tiene consecuencias para la oración cristiana. Su valor no es medio por la sensación de unión con Dios, sino por la disponibilidad interior y la apertura a la voluntad de Dios. La obediencia garantiza la autenticidad de la oración cristiana. Pues Cristo fue obediente, “sí, obediente hasta la muerte y muerte en cruz (Fil 2,8). La obediencia constituye su actitud fundamental, la que le une a su Dios y Padre. Mientras que Jesús grita en los Sinópticos: “Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado?”, en el evangelio de Juan dice “El que me ha enviado está conmigo: no me ha dejado sólo por que yo hago siempre lo que le place (8, 29). El Padre está con El, tanto en el abandono como en la experiencia de la oración. Se puede estar tan unido a dios tanto creyéndose abandonado por El, como experimentando la sensación tangible de esta unión. Por eso los cristianos que caminan sobre las huellas de su maestro no ha resido la promesa de profundizar cada día su experiencia de Dios. El servidor debe estimarse dichoso si las cosas le van como a su Maestro (Mt 10, 25). Su suerte es, quizá, llegar a ser semejante a su Señor crucificado (Rom 8, 29). “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

103


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Nada hay más extraño para el cristiano que este deseo de tener experiencias. En la oración cristiana se trata por el contrario de perder todo, incluso lo que nos parece que nos une a dios. Es ahí donde la meditación encuentra su significación más profunda: nos permite ser lo que somos y nada más. Somos criaturas y nos dejamos crear inconscientemente. Podemos decir con Pablo: “Lo que soy, lo debo a la gracia de Dios” (1 Co 15, 10). Nos dejamos crear en todo; ser, fe, esperanza, caridad. O también, para emplear el lenguaje del Nuevo Testamento: Se es niño, un niño que ha nacido, no de la sangre ni de la carne, sino de Dios (Jn 1, 13). Se llega a ser cada vez más cristiano, es decir, semejante a Cristo. El Hijo que se ha hecho hombre es aquel que permanentemente y de manera absoluta, se recibe El mismo del Padre. Por eso dice: “El Padre es más que yo “ Jn 14, 28). Tenemos en la encarnación un ejemplo que nos muestra cómo un ser creado debe comportarse frente a dios, como RELATIO SUBSISTENS pura relación. La encarnación nos muestra que esta actitud fundamental (recibir su vida) existe en el mismo Dios. Si Dios mismo se recibe de sí mismo, no puede ser humillante para el hombre recibirse de Dios. En esto, el hombre se parece a Dios. Bibliografía: -Meditación cristiana Profunda de Wilfrid stinissen. CUESTIONARIO 1. ¿Cuál ha sido el objetivo de la lectura bíblica?

2. ¿Cuáles son las diferentes potencias del alma y cómo las interpreta usted?.

3. ¿Qué entiende hermano, por “Meditación”?

4. ¿Para ti, la meditación tiene una intención psicoterapéutica?

5. ¿La oración cristiana contribuye a la salud mental?

6. ¿Es posible programar la meditación cristiana?

7. ¿Cuándo decimos nosotros los cristianos, que Dios es un Dios personal?

8. ¿Por qué la palabra juega un papel importante en la oración cristiana?

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

104


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

9. ¿La meditación bien entendida, se opone a los sacramentos?

10. ¿Cuándo la meditación encuentra su significación más profunda?

______________________________________________________________________________________________________

<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<<

TEMA 8.2:

¿”QUIÉN SOY YO”?

1. ANIMACIÓN

:

“YO NO SOY NADA Y DEL POLVO NACÍ”

2. MOTIVACIÓN

:

Mt 16,13-17

3. OBJETIVO

:

Descubrir en nosotros mismos, lo bueno y lo malo que poseemos, reconocer nuestras virtudes y defectos y encontrar los motivos, la razón o las causas de los diferentes estados de ánimo que nos perturban.

5. ESTRUCTURA DEL TEMA: a. b. c. d.

Introducción La personalidad superficial. La personalidad profunda. La verdadera personalidad según el Nuevo Testamento.

6. DESARROLLO DEL TEMA 1. Introducción El ser humano es un investigador, un buscador. Cuando consideramos al hombre medio y su modo natural de vida, observamos que permanece profundamente insatisfecho. (Eclesiastés 1, 1ss). Va a la escuela, se instruye, busca trabajo, se casa, tiene hijos, construye una casa, compra un coche. Todo esto puede que sea necesario, pero no asegura una satisfacción duradera. Generación tras generación, los hombres siguen las mismas huellas y pocos se preguntan seriamente el porque de esta insatisfacción.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

105


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Si la ciencia se comportase de manera análoga, no se beneficiaria de ningún tipo de desarrollo. Pero, si una experiencia científica fracasa, se hacen nuevas tentativas con la esperanza de obtener mejores resultados. Por el contrario, en lo que respecta al arte de vivir, la humanidad se empeña en seguir el mismo modelo a pesar de todos sus fracasos y el hombre se esfuerza, sin descanso, por compensar su insatisfacción profunda por medio de distracciones exteriores. ¿De donde viene esta insatisfacción? Algunos psicólogos dicen que es el deseo de auto afirmación el que empuja al hombre a la acción, un deseo que se enraíza en un sentimiento de inferioridad. Puede que haya en ello parte de verdad. Pero ¿Cómo se explica que el hombre experimente sentimientos de inferioridad? Si y no. Existen sentimientos de inferioridad completamente justificados. Cuando el hombre vive en la superficie de su ser y se identifica con ella, es verdaderamente inferior. Pero existe en el hombre un nivel olvidado verdaderamente en el que la cuestión de su inferioridad no puede plantearse, porque en ese nivel está en unión con todo y con todos. La inferioridad solo puede aparecer en la medida de que se habla de “mío” y “tuyo”; en que se compara. Cuando los términos de “mío” y “tuyo” han desaparecido, por que en el amor llegamos a la unidad con todos los demás, entonces desaparece el fundamento mismo de toda inferioridad. La cuestión que se plantea es, pues; ¿Quién soy yo? El hombre es interior y exterior, tiene una personalidad profunda y una personalidad superficial. b. La personalidad superficial La personalidad superficial se compone de toda la esfera psico-física. Esta personalidad, de la que habla la sicología, es un producto de la herencia biológica y del entorno. Eres joven o adulto, feo o guapo, inteligente o poco dotado. Tienes un determinado temperamento y un determinado carácter: eres agradable o desagradable, pacífico o colérico, tranquilo o agresivo.....Pero todo esto no es más que una colección de clichés creados por ti mismo o por los que te rodean. Los que describen tu personalidad por medio de tales clichés te consideran como un número en una colectividad. Te comparan con otros. Tienes un coeficiente intelectual determinado por que has podido resolver ciertos problemas y has fracasado ante otros. Casi todo lo que el hombre hace tiene por objeto alimentar esta personalidad superficial. mejorar su apariencia tanto física como psíquica. Cuida el aspecto externo.

Interna

¿Puede llamarse vivir a esto? No existe otro camino para llegar a una vida autentica que el de acabar con esta identidad engañosa. Tu cuerpo y tu sicología son realidades, pero no son la realidad esencial, lo mismo que la fachada no es lo esencial de una casa. Desde que empiezas a comprender que tu no tienes la personalidad que los otros te atribuyen, no tienes ya necesidad de defenderte. La defensa carece de interés, ya no tienes necesidad de desempeñar dobles roles. Si alguien te ataca sus golpes no encuentran más que el vacío.... atacan al hombre exterior, pero tu eres el hombre interior 2 –Cor 4,16) ¿No es esto mismo lo que Jesús quiere decir cuando declara “No temáis a los que matan el cuerpo, pero no pueden matar el alma”. (Mt 10, 28). A veces nos quejamos de ser explotados por los demás. Pero no nos damos cuenta de que el verdadero tirano que nos explota vive en nosotros mismos. Es necesario pues, descubrir la verdadera causa de la crisis, a saber, el hecho de que nos identificamos con nuestro yo superficial. Desde el punto de vista físico, observamos que el que se identifica con su personalidad vive en general como con el cuerpo tenso, comprimido y pesado, cuantas cosas más tengamos que defender, mayor número de tensiones manifiesta nuestro cuerpo. Toda tensión es como un bien propio, una “etiqueta” a la que nos agarramos e intentamos proteger.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

106


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Aquel que es consciente de lo que es, irradiar amor. “El que permanece en Mi como yo en el, ese da mucho fruto; por que separados de mi no podéis hacer nada” (Jn 15,5). Debemos saber que estamos en Cristo, que es la vida de nuestra vida. La acción justa surge de la comprensión plena y entera de esta verdad. “Todo el que permanece en El, no peca” (1 Jn 3,6). c. La personalidad profunda Si planteamos a alguien la pregunta: ¿Quién eres tú? Puede y cuando ha nacido, que diplomas tiene....estas respuestas no atañen a su ser esencial. Puedo profundizar más y preguntar ¿Cuál es tu carácter”? Probablemente la persona no podrá responder. En efecto, la mayor parte de las personas no conocen su carácter. Pero las que frecuentan a esa persona la describirán fácilmente. Si esta persona llega a oír o leer esta descripción, se vera, casi con certeza decepcionada por lo que los demás consideran como su carácter no corresponde a su personalidad más profunda. Dicen que es una persona colérica, pero no saben nada de sus luchas consigo misma durante decenas de años y de sus deseos de llegar a ser amable. Los otros ni siquiera han presentido este combate interior y su descripción sólo puede ser injusta. En efecto, el deseo de un hombre está mucho más cerca de su ser auténtico que sus actos concretos. Es necesario pues, ir aún más lejos hasta el inconsciente. Para ellos se requerirá posiblemente la ayuda de un psiquiatra. El que una persona haya recibido poco amor durante su infancia y que de ahí hayan surgido ciertos complejos, hace ciertamente que su vida le sea muy difícil y conduce posiblemente a una inadaptación social, pero no llega al corazón profundo de esta persona. Percibe sus complejos como una potencia extranjera que actúa en ella sin que la persona se identifique con ella. Lo sabe: en lo más profundo, soy otro. Y si penetramos aún más profundamente, hasta cierto nivel que la sicología profunda no puede alcanzar, y planteamos la siguiente pregunta: “?Quién eres tú?” la respuesta será: “Yo soy “de “Dios, yo voy “hacia” Dios, Mi personalidad auténtica descansa en Dios. El núcleo más profundo de mi persona en contacto con Dios, ha nacido de Dios. Está escondido en Dios, “Dios es para mí más interior que mi propia interioridad”. El fondo del hombre es 1) Apertura total: Todo hombre es apertura y espacios infinitos, como un inmenso desierto. Esta apertura es tan grande que Dios puede vivir en ella. El hijo ha dejado su huella en toda la creación: “Todo ha sido creado por El y para El” (Col 1, 16), pero el Hijo es primeramente apertura infinita:; es una profundidad que recibe el ser del Padre, una profundidad tan amplia que contiene todo el ser del Padre (Jn 5,19-30; Col 1, 19; 2, 9). Este es el elemento primero del amor: estar abierto, tener un profundo respeto por el otro, dejar que el otro sea el mismo, ayudarle a manifestar lo que tiene de más profundo. Se acoge todo lo que da: no podríamos ofrecer una mayor alegría a nadie. 2. El amor es también, don de sí. En la trinidad, el Hijo devuelve al Padre la vida que El recibe (1 Co 15,28) Reconoce, en un “reconocimiento” y una acción de gracias infinitas que no es su propia vida, sino la del Padre. Lo mismo debe ser para el hombre que sabe que la vida que ha recibido no es la suya sino la del Padre. Sus manos abiertas dice: Nada es mío, todo es tuyo. Cuando las manos están abiertas, las aguas del océano pueden correr a través de ellas pero desde el momento en que se cierran perdemos todo. No podemos dar nada a Dios que no hayamos recibido antes de El: “Nosotros amamos, porque El nos amó primero” (1 Jn 4, 19) En nuestra relación con Dios los dos aspectos del amor coinciden, la apertura y el don de sí. Nuestro amor de Dios, consiste en ser un espacio abierto en el que Dios tiene posibilidad de ser el mismo, es decir, amor que se da. Santa Teresa del Niño Jesús ha percibido esto admirablemente: en su acto de ofrenda al amor misericordioso se ofrece así misma como una vasija vacía para dar a Dios la ocasión de vertirse en ella. La única cosa que podemos ofrecer a Dios es nuestra apertura.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

107


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

La descripción del juicio final que hace Jesús muestra que el hombre que hace algo por un hermano o por una hermana con amor desinteresado, está necesariamente en contacto con Cristo (Mt 25, 31 ss) vive una vida divina, lo que significa que la puerta del cielo está abierta para él: hay continuidad entre su vida divina aquí en la tierra y la vida en el cielo (Jn 5, 24; Jn 3, 14). Nuestra personalidad auténtica es “el amor de Dios que ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que nos ha sido dado” (Rm 5,5). Por eso no es fácil separar nuestro espíritu del Espíritu Santo. “El Espíritu Santo se une a nuestro espíritu para dar testimonio de que somos hijos de Dios”. (Gal 5, 25). La conciencia de nuestra personalidad es especialmente aguda en Juan y Pablo. “Hemos nacido no de la sangre, ni de un deseo de carne, sino de Dios” (Jn 1,13) Pablo habla gustoso y a menudo, de las cartas de nobleza de los cristianos, “Sois luz en el Señor”. Vivid como que somos luz en el Señor. (Ef 5,8). Sois una “nueva creación” (2 Co 5, 17). “?No sabéis que sois templo de Dios y que el Espíritu de Dios habita en nosotros? (1Co 3, 16) “Somos el templo del Dios viviente” (2 Cor 6, 16) “Somos hijos de Dios, y si hijos, también herederos de Cristo” (Rom 8, 17)” Así pues, ya no sois extraños ni forasteros, sino conciudadanos de los santos y familiares de Dios” (Ef 2,19) “En el estáis también vosotros siendo conjuntamente edificados, hasta ser morada de Dios en el Espíritu (Ef 2, 22). Pablo no busca dar a sus hermanos un sentimiento de inferioridad, no son como gusanos que se arrastran por el suelo. Deben ser conscientes de ser de la raza de Dios (Hec 17,29) o como dice Pedro: “participantes de la naturaleza divina”. (2 Pe 1,4). La Santidad debe ser nuestro punto de partida y finalidad, si avanzamos en la vida con esta convicción íntima: “He nacido de Dios” nos comportaríamos de otra manera. Miraríamos a los demás de manera distinta: reconoceríamos en ellos, en efecto, la vida divina; e incluso las cosas se nos mostrarían de manera nueva, pues ellas son también un testimonio de esta misma vida. Es necesario distinguir entre el orgullo y la conciencia de la dignidad propia. El orgullo cree que es, y puede, algo por si mismo: se considera origen y el fin de todo. La conciencia de la propia dignidad es, por el contrario, un sentimiento completamente justificado: se sabe que se ha recibido algo precioso, se reconoce y se agradece. El más bello ejemplo de esta actitud es María ; reconoce que le han ocurrido “grandes cosas” pero es “el poderoso el que las ha hecho “ y “santo es su nombre” (Lc 1,49). Para finalizar este tema, nos haremos dos preguntas: 1. Si la personalidad profunda del hombre es la vida de Dios en el ¿Cómo pueden existir diferencias entre las diferentes personas? ¿Dónde se encuentra la originalidad de cada hombre, si cada uno puede decir “No soy yo, es Cristo el que vive en mí? Estamos todos llenos de la misma vida. Esto significa que estamos más cerca unos de otros de lo que generalmente creemos, todos formamos un gran organismo, el cuerpo de la humanidad que es Cristo, el Señor resucitado: “Sois el cuerpo de Cristo” (1 Co 12,27) “La plenitud del que lo llena todo” (Ef 1,23) Gracias a El, el cuerpo crece y se construye en el amor. Cada miembro, según la fuerza que le es concedida, contribuye a la cohesión de todo el cuerpo (Ef 4,16). Todos, cada uno por su parte, somos miembros. Cada hombre tiene un puesto irremplazable en este cuerpo inmenso. Cada miembro tiene su propia tarea, es muy importante que cada hombre se considere como absolutamente único. Desde el momento en que comprende esto, deja de compararse con los demás. 2. ¿No existe el peligro de no tener los pies en tierra? El hecho de vivir en su personalidad profunda, ¿no podría alejarnos de la realidad, o en todo caso de la realidad cotidiana?. No, no hay peligro de que se deje de actuar o de que subestime el trabajo, ¡al contrario!, muchos místicos han insistido sobre el hecho de que incluso las más pequeñas agrupaciones son importantes y deben ser realizadas con mucho empeño. Estamos sobre la tierra para ser instrumentos de Dios. Nos ha sido encomendado la tarea de colaborar con el creador, lo que da en el trabajo una dimensión nueva. Hacemos pequeñas cosas pero con mucho amor. Las cosas se convierten en un ceremonial de amor; en ellas y a través de ellas el amor encuentra su expresión concreta. Las pequeñas cosas convierten en “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

108


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 grandes. Pero las grandes cosas se convierten también podemos vanagloriarnos de nada, sólo somos instrumentos.

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1 en pequeñas, en el sentido de que no

La vida en la tierra llega a ser más fácil y más espontánea porque no se enfrenta a los obstáculos de la angustia, del miedo, de la agresividad o de la pereza. El yo superficial no trabaja ya para el mismo, sino que está ahora al servicio del yo profundo, del amor con el cual está en armonía. Como Juan de la Cruz dice en el cántico Espiritual: “Ya no tengo otra ocupación que la de amar” (estrofa 20). Llegamos a ser heraldos del amor, apóstoles, una voz que grita en el desierto (Jn 1, 23). Una voz y nada más. El micrófono de Dios, se llega a ser persona en el sentido etimológico de la palabra: sonamos, resonamos. O más bien: Dios resuena en el hombre. Nos encontramos así integrados en el Cuerpo místico de Cristo. Y Cristo mismo está integrado en Dios, según en gran texto de San Pablo: “Cuando hayan sido sometidas a El todas las cosas, entonces también el Hijo se someterá a aquel que ha sometido a El todas las cosas, para que Dios sea todo en todos (1 Co 15, 28).

CUESTIONARIO 1. Todos los hombres somos insatisfechos por naturaleza, ¡de dónde viene esta insatisfacción? 2. El hombre es interior y exterior, tiene una personalidad profunda y una personalidad superficial? ¿ Cómo te defines en estas perspectivas? 3. Muchos nos atribuyen por nuestro comportamiento exterior un tipo de personalidad. Superficial? ¿Cómo te defines en estas perspectivas? 4. Muchas veces nos quejamos de ser explotados por los demás Pero no nos damos cuenta de que el verdadero tirano que nos explota vive en nosotros mismos. ¿Has descubierto en ti este tirano que te explota y te esclaviza? Defínelo. 5. Cuando una persona te describe tu carácter, te dice como eres, ¿aceptas fácilmente esta opinión? ¿Cómo reaccionas? 6. El que una persona haya recibido poco amor durante su infancia, crees tú que sea un motivo fundamental para que experimente un complejo de inferioridad y que por cierto su vida le sea muy difícil de llevar?. 7. Crees que podamos dar algo a Dios sin que antes lo hayamos recibido de El ¿Por qué? 8. ¿Cómo interpretas el mensaje que encontramos en Mt 25, 31ss? 9. La Santidad debe ser nuestro punto de partida y nuestra finalidad ¿Cómo piensas tú, que podemos lograrlo?. 10. Si la personalidad profunda del hombre es la vida de Dios en el, ¿Cómo pueden existir diferencias entre las diferentes personas?. DESARROLLO

______________________________________________________________________________________________________ “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

109


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ L:D:

TEMA 8.3:

LA CONTRIBUCIÓN DEL CUERPO A LA MEDITACIÓN

1. ANIMACIÓN

:

Canción “Alzar las manos y dar gracias a Dios”

2. MOTIVACIÓN

:

Gn 1, 31; Lc 24,39; 1 Jn 1, 1; Sal 10, 5

3. OBJETIVO

:

Tomar conciencia de que el cuerpo es un camino que conduce a la superación de sí mismo.

4. ESTRUCTURA DEL TEMA: Introducción El sentido Cristiano del Cuerpo La Simbólica del Cuerpo: -La línea vertical -La línea horizontal -La intersección de las dos líneas. El cuerpo en la meditación -Sentarse en una posición estable -Respiración -Relajación -Los ojos -Incorporar la fe “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

110


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Trascender el cuerpo 5. EXPOSICIÓN DEL TEMA 5.1

INTRODUCCIÓN: El hombre es una unidad original de materia y de espíritu, del cuerpo y del alma. La dimensión corporal es un don de Dios que el hombre debe acoger con reconocimiento y gracias al cual puede trabajar y comunicarse con sus hermanos. El cuerpo es la manifestación o mejor aún, la visualización de la persona humana. Debemos tomar conciencia de que el cuerpo es un camino que conduce a una superación de sí mismo.

5.2

EL SENTIDO CRISTIANO DEL CUERPO Según la Biblia, el cuerpo es creado por Dios “Y por Dios vio que era bueno” (Gen 1, 31) El Verbo de Dios lo ha confirmado haciéndose hombre él mismo. Dios ha tomado la naturaleza humana con el cuerpo humano incluido. Jesús tenía un cuerpo que pertenecía a su ser, su cuerpo era una piedra de tropiezo para los fariseos y lo ha sido siempre para las sectas que afirman que Jesús no tenía más que una apariencia corporal. Pero Jesús era verdaderamente un hombre de carne y hueso, un hombre que ha nacido, vivido y muerto como los demás hombres. Su cuerpo ha sido tocado, visto y amado (Lc 24, 39; 1 Jn 1, 1). Con su cuerpo ha enseñado, trabajado, halado, manifestado su amor. El ideal cristiano del hombre no es el ángel, sino este Jesús: “Verdadero Dios y verdadero hombre”. Por la gracia de Dios es todo el hombre el que es renovado. La imagen empleada por Pablo de que somos el templo del Espíritu Santo se aplica también al cuerpo: ¿O es que no sabéis que vuestro cuerpo es Santuario del Espíritu Santo, que está en vosotros y habéis recibido de Dios y que no os pertenecéis?.

5.3 LA SIMBÓLICA DEL CUERPO Cuando se lee el Evangelio con atención se observa que Jesús desvela siempre el sentido profundo de las cosas. Su mirada les penetra por decirlo así, de parte a parte, para El todo tiene una dimensión más profunda, todas las cosas hablan un lenguaje que él comprende: pastor, viña, comida, viento, pájaros, corderos, pollos, lobos, puertas, luz, agua, fuego, y sobre todo pan y vino. Es raro que nuestra vista sea tan clara. Necesitamos desarrollar nuestra sensibilidad ante el lenguaje de los símbolos en el mundo que nos rodea y en nosotros mismos. En efecto, el cuerpo es un símbolo de una gran riqueza. El cuerpo es la forma visible de la persona humana, expresa la naturaleza del hombre. En la medida en que se intenta comprender la simbólica del cuerpo humano, llega a ser más fácil la integración del cuerpo en la personalidad profunda. La forma corporal del hombre es una Cruz levantada. Una cruz se compone de dos líneas rectas, una vertical y otra horizontal, que se cruzan formando un ángulo recto. a. LA LÍNEA VERTICAL Los animales tienen la cabeza dirigida hacia el suelo; su postura es horizontal, vuelta hacia la tierra. El hombre por el contrario, se mantiene derecho, enlaza el cielo con la tierra. Se mantiene de pie sobre la tierra a la que está ligado. Pero al mismo tiempo está dirigido al cielo, vuelto hacia Dios. La tarea del hombre durante toda su vida es la de mantener el equilibrio entre estas dos fuerzas, el cielo y la tierra. El que intenta saltar hasta el cielo para librarse de la tierra, cae pesadamente, pronto o tarde, rompiéndose los miembros. El que por el contrario está atado al suelo y no se ocupa más que de cosas triviales llega a ser como un animal y pierde su dignidad humana. Si se considera el cuerpo en sus diferentes partes, se encuentra esta misma simbología de arriba abajo, del cielo y de la tierra. El corazón está situado entre la cabeza y el vientre, el corazón simboliza el Yo, en el corazón vive lo más personal que existe en el hombre: su libertad y su amor. El vientre simboliza el “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 111


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

origen, la sensualidad, las funciones vitales, el contacto con la tierra, la naturaleza y la materia. La cabeza es el símbolo del espíritu y de la realidad celeste. El yo, en el medio debe ser una síntesis del cielo y la tierra. Cuando el hombre está en equilibrio, reina una armonía entre las fuerzas que tienden hacia el cielo y las que le empujan hacia la tierra. Lo que está arriba tienen su fundamento abajo. Y lo que está abajo no es inerte y fofo, sino que tiende hacia arriba. El árbol, para poder crecer hacia arriba, debe tener amplias y profundas raíces; sino se cae al menor vendaval. La tarea del hombre consiste en vivir en estas condiciones paradójicas: está tendido entre el cielo y la tierra y debe sentirse como en su propia casa entre estos dos polos. b. LA LÍNEA HORIZONTAL Esta línea abarca el espacio del mundo y marca su amplitud. El hecho de estar en el mundo es un condicionamiento esencial para el hombre. Por medio de sus brazos extendidos, el hombre se abre a todas las cosas, a todos los hombres y a todos los tiempos. La línea horizontal se refiere, pues, a la apertura del hombre y a su amor. También ella implica una tarea: el hombre debe acoger al mundo entero y permanecer sin embargo, siendo el mismo: No debe encerrarse en sí mismo, en su egoísmo y en los estrechos límites de su propio corazón. Por otra parte no debe darse de tal manera que se pierda. c. LA INTERSECCIÓN DE LAS DOS LÍNEAS La línea vertical y la línea horizontal sólo formarán una cruz si se cortan. Esto significa que el hombre debe realizarse en las dos direcciones de su existencia. Ninguna de ellas debe dominar a expensas de la otra., En el momento decisivo de su vida, Jesús se vio elevado en una cruz: situado entre el cielo y la tierra, abraza con sus brazos extendidos al mundo entero. Es verdaderamente el Hijo del Hombre, la imagen original del hombre. 5.4 EL CUERPO EN LA MEDITACIÓN El cuerpo ha jugado un papel siempre en la liturgia: sentarse, quedarse de pie, inclinarse, arrodillarse, santiguarse, cantar, golpearse el pecho. La meditación se ha comprendido a menudo, al menos en occidente, como algo que solamente atañe al alma. El Oriente, por el contrario, ha considerado siempre al hombre como una unidad. Allí la meditación no es considerada solamente como una función del alma, sino como una actividad en la que interviene la totalidad del hombre y por consiguiente también el cuerpo. Me refiero también a la Iglesia oriental como unidad con su rica tradición de oración. Lo queramos o no nuestro cuerpo está presente cuando meditamos. Puede ser un verdadero obstáculo: no es fácil meditar cuando se tiene un fuerte dolor d e muelas. Puede también ayudarnos. Si conocemos el arte de utilizar nuestro cuerpo este puede contribuir a hacernos alcanzar más fácilmente la concentración interior. Hay además en esta manera de expresarse, un residuo de dualismo: no se hace primero algo con el cuerpo, para alcanzar después un resultado en el alma. Los dos constituyen una unidad. La posición del cuerpo, los gestos, son ya el comienzo del recogimiento, y éste produce y se expresa en general mediante una cierta postura corporal. Se trata, pues, de dos aspectos: espiritual y corporal, de una misma actividad humana. a. SENTARSE EN UNA POSICIÓN ESTABLE

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

112


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Cuando se trata de hacer la meditación, que es un alto en el camino, un momento de descanso en el curso de una jornada cargada, es normal sentarse. ¿Qué significa sentarse? El sentarse significa que el hombre tiene un sitio, que aspira el descanso. La Escritura nos dice a propósito del festín de la vida eterna: “El Señor les hará sentarse en la mesa”. )Lc 12, 37) “Al vencedor, le haré sentarse conmigo en mi trono” (Ap 3,21). Pero la posición de estar sentado sólo puede significar y producir el reposo si se permanece inmóvil. Si obligas a tu cuerpo a la inmovilidad eres tu mismo el que entre en reposo. La experiencia, además, nos enseña: toda persona que quiere hacer un esfuerzo y ejercitarse todos los días en sentarse silenciosamente e inmóvil, observará rápidamente que el hombre interior saca de ello beneficios considerables. Puesto que la inmovilidad es tan importante para la meditación, es necesario encontrar una postura estable que haga posible estar sentados durante un tiempo prolongado sin que tengamos necesidad de movernos. Es esencial que la columna vertebral esté bien derecha. Si se medita con la espalda inclinada, se producen tensiones y la respiración ni es ya libre ni natural. b. RESPIRACIÓN La respiración comporta dos momentos: damos. Recibir y dar una y otra vez.

inspiración y espiración.

Inspirando recibimos, espirando

La Psicología nos dice que el hombre es un ser social; la Filosofía nos dice que el hombre es apertura trascendental. El que se aísla del mundo exterior se asfixia. Debemos recibir sin cesar, reconocer nuestra dependencia frente a los otros. Es la inspiración. Pero debemos al mismo tiempo, dar lo que tenemos, no guardar nada para nosotros mismos. Debemos darlo todo. De la misma forma que la postura recta del hombre es la expresión visible y el correlativo físico de una actitud interior que se puede designar por palabras como honestidad, rectitud, coraje, firmeza, voluntad, igualmente la respiración con sus intercambios permanentes, es el correlativo físico de cualidades tales como amor, apertura, participación, simpatía. La respiración puede enseñarnos mucho: que debemos recibir y dar. Debemos abandonarnos, renunciar a todo. La respiración no es algo que hay que hacer, sino algo que debe dejarse hacer. La respiración es mucho más que introducir el aire y expulsarle. Por medio de ella, participamos en realidad en la vida que penetra a todos los seres vivientes. Es también la manera de ver la Biblia. “Entonces Yahvé Dios formó al hombre con polvo del suelo, e insufló en sus narices aliento de vida, y resultó el hombre un ser viviente” (Gen 2, 7). Cuando Jesús comunica el Espíritu Santo, sopla sobre sus discípulos (Jn 20, 22). No es casual que la raíz latina “Expirare” tenga una doble significación, espirar y expirar, morir, devolver la vida a Dios. Se comprende, pues, que una respiración superficial y falsa puede impedir el desarrollo interior. Todo esto es importante para el que quiere meditar. La meditación puede consistir en una respiración consciente en la que se experimente la riqueza simbólica del ritmo respiratorio. Cuando espiras renuncias a ti mismo, sueltas amarras. Pones tu vida en las manos de Dios, te abandonaste confías a El. En El te sientes completamente seguro. Por eso dejas que el aire salga completamente, sin angustia y con tu “yo” espiras también tus problemas: descargas tu inquietud (1 Pe 5,7). No hay nada tan liberador como espirar en Dios todo lo que se tiene y todo lo que se es. Nos damos, desaparecemos, morimos. c. RELAJACIÓN “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

113


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Sólo el hombre relajado posee una verdadera fuerza creadora y sus pensamientos aparecen como un relámpago. La imaginación del que está en tensión esta bloqueada y como consecuencia, también lo están sus pensamientos. El que busca en vano un nombre sin poder acordarse de el, hará bien en distenderse; bastarán a menudo algunos instantes para que pueda recordarlo. Un hombre tenso se agarra a sí mismo. No es libre, no es receptivo para lo que le viene del exterior. Es desconfiado y quiere defenderse, quiere hacer todo el mismo, sin dejar que las cosas maduren y sin remitirse a una fuerza más elevada: su frente se pliega. Quiere cumplir su propia voluntad con obstinación, contra todo: aprieta los dientes y tensa la mandíbula inferior. Para alcanzar la relajación completa es muy importante captar que es el yo agresivo, dominador, angustiado, el que nos impone un cuerpo es trecho, tenso y comprimido. Aprendiendo a relajarnos, nos daremos cuenta de que la relajación completa nos lleva a perder nuestra agresividad y nuestra angustia. Nos desatamos: si queremos relajarnos a los hombros, no es necesario bajarlos mecánicamente: esto no sería más que un ejercicio técnico que permitiría solamente un resultado exterior sin efecto durable. Se trata de abandonarse así mismo en los hombros, lo que tendría consecuencias para toda la personalidad. Sin distensión no es posible la verdadera meditación. Inversamente, la meditación profunda eleva siempre a una cierta distensión corporal. Cuando Dios toma posesión de un hombre, su yo ilusorio debe ceder el puesto y esto se expresa en una actitud corporal relajada. d. LOS OJOS Los ojos son una parte importante del cuerpo. La Bienaventuranza del cristiano consiste en ver el rostro de Dios, por eso no se puede dejar de hablar de los ojos al describir el papel del cuerpo en la meditación. Concretamente podríamos hacernos la pregunta si hay que meditar con los ojos abiertos o cerrados. La tradición cristiana de la oración no tiene regla fija, en nuestra libertad podemos hacerlo de una u otra manera. Sin embargo, aquellos que han tenido una larga experiencia de oración cristiana, meditan espontáneamente con los ojos cerrados. Esto favorece el recogimiento, alcanzamos más profundamente las profundidades cuando nos alejamos conscientemente de la superficie. Pueden existir, sin embargo, razones para meditar con los ojos abiertos: 1. Podemos ser victimas de una imaginación desenfrenada que produce cantidad de imágenes. Basta entonces abriré los ojos para calmarla. 2. La tendencia a dormir durante la meditación. 3. Los ojos abiertos pueden igualmente construir un puente entre la meditación y la vida. En la meditación con los ojos abiertos o más bien entre abiertos, estos deben estar inmóviles, dirigidos hacia un punto, eventualmente una cruz o una imagen, a una distancia aproximada de un metro. No debe tener la mirada fija en un punto. El hecho de fijar la mirada es una actitud típica del yo que quiere agarrar y dominar, los ojos deben estar pasivos, es decir en reposo y receptivos. e. INCORPORAR LA FE La meditación no es un trabajo de un alma que planea entre las nubes. Dado que el cuerpo participa en ella, se convierte en obra del hombre entero. Una meditación enraizada en la totalidad de la persona humana, incluida la dimensión corporal, produce efectos muy profundos. Por medio de la lectura y del estudio podemos enriquecer nuestro conocimiento de la fe. Pero por la meditación en la que el cuerpo esté implicado, incorporamos nuestra fe a nuestra naturaleza, de tal manera que se convierte en una parte de nosotros mismos, en carne y sangre propias. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 114


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

La oración verdadera no está fuera de la vida, es vida ella misma, vivida en su plenitud. 7. TRASCENDER EL CUERPO La Filosofía ha mostrado que el cuerpo es ambivalente. Se le pueden atribuir cosas diametralmente opuestas. Es un instrumento de trabajo: sus sorprendentes posibilidades de adaptación hacen de él un instrumento de gran flexibilidad con el cual “sometemos la tierra” (Gen 1, 28), pero ofrece una resistencia: es pesado, se fatiga y nos obliga al reposo. El cuerpo es un medio de expresión: el hombre se expresa por medio de palabras, gestos, mímicas. Pero el cuerpo es igualmente opaco, desvela y oculta. Nuestras palabras engañosas esconden nuestros pensamientos más profundos. El hombre necesita un cuerpo para ser él mismo, pero sólo el cuerpo glorificado estará verdaderamente adaptado al espíritu que por la gracia ha llegado a ser el portador de la vida divina. CUESTIONARIO 1. ¿Cuál es el concepto que tiene Ud. Sobre el cuerpo en la meditación cristiana? 2. La forma del hombre es una Cruz levantada ¿Qué significado tiene para Usted la línea vertical y la horizontal en la descripción de la cruz humana? 3. El cuerpo ¿ Cómo juega un papel importante en la liturgia? 4. La posición del cuerpo ¿Qué importancia tiene en la meditación cristiana? 5. ¿Qué significa para Usted sentarse? 6. Si la columna vertebral no está bien derecha y se medita con la espalda inclinada ¿Qué efectos producen en esta incómoda posición? 7. ¿Qué nos dice la Psicología y la Filosofía respecto al hombre? 8. ¿Qué ocurre cuando un hombre está tenso durante la meditación? 9. ¿Es importante meditar con los ojos cerrados, porqué? 10. ¿Qué razones importantes podríamos tener para hacer nuestra meditación con los ojos abiertos? TEMA No. 8.4:

UNA VIDA MEDITATIVA

1. ANIMACIÓN

:

Canción “El Alfarero”

2. MOTIVACIÓN

:

Lc 19, 1-10

3. OBJETIVO

:

Que nuestra meditación nos conduzca a ver las cosas de una manera distinta, en relación con la naturaleza, con las cosas y las personas, para poder visualizar mas y mejor a Jesús, y así con El, y en El, realizar su voluntad.

4.ESTRUCTURA DEL TEMA Una nueva relación con las cosas - Aprender a mirar “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

115


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

- Ser para la escucha Una actitud hacia el hombre ¿Qué hacer cuando la vida nos obliga a juzgar? Una nueva actitud hacia el trabajo -Darse -No pensar en el resultado de tu trabajo. -Mantenerse en su centro. -En el trabajo se convierte en juego. -Transformar el mundo, transformándose así mismo. 5.

EXPOSICIÓN DEL TEMA

Una de las preguntas que nos podemos hacer al empezar nuestras meditación, es ¿Cuánto tiempo debemos dedicarle a esta actividad importante en nuestra vida cristiana?, ¿Una hora por la mañana y otra por la tarde o por la noche? Si así pensamos es que no habremos comprendido de que se trata. La meditación ha de ser en nosotros una actividad mental permanente. Si la meditación no llena toda tu jornada, no tendrás ningún resultado. La lectura que has realizado no tendrá objeto esta actividad mental. UNA NUEVA RELACIÓN CON LAS COSAS Cada persona, en la libertad que le da Dios, tiene su forma, su manera de ver las cosa; y casi siempre creemos ser los dueños de la verdad absoluta. Pues este criterio muy personal, nos ha llevado casi siempre al error, y entonces hemos vivido, en la oscuridad, en las tinieblas. Hoy para ti, Cristo es la Luz, el te dice “Yo soy la Luz del Mundo” (Jn 8,12), con El tenemos que ver las cosas de una manera distinta, por que nuestros pensamientos no son sus pensamientos. Tenemos que aprender a ver las cosas en su estado original, evitando mezclarlas constantemente con nuestros juicios, nuestros recuerdos, nuestras experiencias anteriores, nuestras aspiraciones. Nuestro contacto con las cosas no debe establecerse solamente por medio de la percepción. Tenemos que encontrar la sensación original y pura. Por medio de la percepción conocemos las cosas, las evaluamos, las etiquetamos, las mantenemos en los límites de su contenido objetivo concreto. La percepción implica la relación “sujeto” – “objeto”. Estos objetos están a mi servicio y pueden enriquecerme, todo ocurre en la “esfera del tener”. Me apropio de las cosas para aumentar mis bienes para que puedan servirle y contribuir a mi éxito en el mundo. Todo esto está justificado; las cosas tienen una dimensión pragmática, representa un material de trabajo a partir del cual el hombre puede desplegar su vida en el mundo. (Gen 1,28). a) APRENDER A MIRAR Miramos pero no vemos, Jesús nos dirá: Tienen ojos pero no ven; y es verdad, cuando no ponemos atención a las cosas y no descubrimos que hay detrás de lo que vemos entonces no apreciamos lo que vemos. O simplemente vemos lo que queremos ver y no lo que las cosas nos dicen o nos quieren decir. Es necesario que las cosas puedan de nuevo revelarse en su plena “relatividad”; constatando como las cosas no son más que “relación”, como nos remiten a otras, al “Otro”. A partir de ese momento las cosas no nos parecerán tan claramente delimitadas; ya no serán opacas, sino transparentes, ya no están muertas sino vivas, ya no están mudas sino que empiezan a hablar,. Todas tienen un rostro, ojo, boca. Todas las cosas vienen a nosotros como un “tu”. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

116


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Así pues, veo una rosa. Mi primera reacción es la de pensar: “Que rosa tan bonita” La rosa queda reducida a una existencia mínima completamente limitada. Algo insignificante, una fuente que se agota rápidamente. Puedo también detenerme, renunciar a aprisionar a la rosa en una actitud racionalista e intentar estar completamente abierto a lo que pueda comunicarme. La rosa entonces al mirarme, tiene un rostro. Sin pensar, sin juzgar, apaciblemente alcanzó una nueva dimensión y la misma rosa parece como dotada de una profundidad hasta entonces ignorada. Si me detengo más tiempo aún, la rosa me desvelará su misterio; su unidad con el ser, con Dios. b) También en la escucha es necesario aprender a ser receptivo, plenamente abierto al mugido del oleaje, al ruido de la caída de las hojas muertas, al piar de los pájaros en los matorrales y en los árboles, sin el menor comentario. La escucha como pura sensación. No creamos que sólo es posible meditar en un lugar tranquilo, en una atmósfera favorable. Si encontramos ese sitio, debemos ciertamente servirnos de el con agradecimiento. Pero, si es imposible, será necesario integrar lo que nos molesta y aceptarlo amigablemente. Es posible. Tenemos que comprender que nuestra paz, nuestra alegría no dependen de cosas exteriores, sino de la manera como reaccionamos ante ellas. Lo importante no es lo que ocurre sino la manera como la tomamos. Lo mismo ocurre con el ruido. No es el ruido el que molesta u obstaculiza nuestra meditación, sino nuestra reacción errónea ante su irrupción. Aquel que se irrita ante los diversos ruidos, cuando medita, hará bien en empezar su meditación por una pura escucha. Esto significa dos cosas 1) Por una parte ser receptivo sin emitir juicios o apreciaciones. Constatar, simplemente, La pura escucha comienza siempre por un punto de interrogación y no por un punto de admiración. Es necesario escuchar como lo hace el recién nacido en su cuna. Escucha los gritos del primer piso, pero no murmura: “Vaya pelea”. Son sonidos puros los que llegan al niño, sonidos sin etiqueta. Por ello es necesario antes que nada neutralizar la conciencia. Después no excluir ningún ruido o sonido dominante o por el más simpático, sino acogerles a todos. Viviendo en una pura escucha entramos en contacto real con la reacción y con el Creador, se produce entonces algo maravilloso: podemos perfeccionar la obra de arte. Y jamás nos cansaremos del mundo o de la vida. Cada día es nuevo como el primer día de la creación. UNA NUEVA ACTITUD HACIA EL HOMBRE El hombre que por medio de la meditación y de la oración, ha encontrado su verdadero “yo” en lo más profundo de el mismo, puede también reconocer en todo el verdadero “yo” Llega a ser más sensible a la máscara que llevan los demás y a la máscara que los demás quieren imponerle, a todo lo que le impide que el mundo sea el mismo ante Dios. Cuando vivimos con otros, el peligro de reducir a los demás y de ser reducidos por ellos a la categoría de objetos es aún mayor. Y esta reducción es a menudo irrevocable. Ningún hombre es tan peligroso como el que cree tener experiencia. Siempre “sabe” cómo el otro va a reaccionar. La encierra así en modelos prefabricados y le obliga a reaccionar de manera estereotipada, lo que confirma la opinión, por parte del que tiene “experiencia”, de que puede apoyarse sobre ella. Al atribuir al otro un cierto número de cualidades y defectos, según las observaciones establecidas en diferentes circunstancias, ya no es a él que vemos, sino a la representación subjetiva que nos hacemos de el. Por el contrario, cuando vivimos con alguien, es muy liberador para ambos el no colgar etiquetas definitivas sobre el otro, sino por el contrario profundizar y poner continuamente en cuestión las tomas de posición. Para el que no tiene “experiencia” o si cree tenerla, no se apoya sobre ella, cada hombre es único y recibe en cada instante la posibilidad de ser único y de actuar de manera original. ¡Qué maravilloso es encontrar a alguien que no excluya nada, que preserve todas tus posibilidades!. Es entonces cuando puedes expansionarte y dar curso libre a tu espontaneidad. ¿QUÉ HACER CUANDO LA VIDA NOS OBLIGA A JUZGAR? “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

117


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

La vida en el mundo nos obliga a veces a juzgar y a tomar posición. En nuestra cabeza se encuentra el locutor que se pasa el día comentando acontecimientos y encuentros. Hay que hacerle callar, no combatiéndole sino desinteresándose de el completamente. Si observa que no escuchamos sus comentarios se calma. Ciertas personas tienen miedo de que su facultad de juicio se atrofie sino la ejercen permanentemente, temen convertirse en tontas e inadaptadas a la vida en el mundo, hay que comprenderlas, al principio, en efecto, sí sólo intentamos ser abiertos y receptivos tendremos como una sensación de vértigo. No estamos seguros de nosotros mismos. Esta sensación de incertidumbre hace que nos atrevamos a abandonar lo que hemos acumulado durante muchos años. Pero, poco a poco observamos que no es posible dominar completamente una situación a menos que estemos totalmente abiertos. El que se esfuerza en ser cada vez más abierto llega a observar como surge en el una intuición nueva. Nacen ideas que no son resultado de comparaciones o de reflexiones, ya no es necesario reflexionar durante mucho tiempo sobre las decisiones que hay que tomar; se toman, puede decirse, por sí misma cuando están maduras. Si no nos acostumbramos a escuchar lo que sale de nuestras profundidades, experimentamos esto sólo en algunas ocasiones, cosa que es una gran perdida. Existen personas privilegiadas que perciben más fácilmente que otras la voz interior. Para esto es necesario colocarse bajo la inspiración del Espíritu, hay que cambiar de Maestro. La decisión de abandonar esta autodirección y de seguir la orientación del Espíritu día tras día, paso a paso, tiene como resultado la rápida aparición de nuevas tareas con dimensiones completamente nuevas. Para saber todos los días cual es la voluntad de Dios debe recogerse en silencio, Cada mañana, el tiempo de recogimiento es un factor fundamental de mi existencia. Una flor presupone el plan de crecimiento inscrito en la semilla. Ahí tiene o tenemos un paralelismo con la oración del “Padre Nuestro” el hágase tu voluntad, es la condición del venga a nosotros tu reino. UNA NUEVA ACTITUD HACIA EL TRABAJO Para muchos principiantes en materia de meditación el trabajo es un problema. “Tengo mucho que hacer, no tengo tiempo para meditar”, al expresarnos así, nos equivocamos. En efecto, casi siempre encontramos tiempo para comer o dormir, sabiendo que no podemos sobrevivir sino comemos o no dormimos. El que no tiene tiempo para meditar, prueba de esta forma que no considera la meditación como algo importante. Dios ha creado el mundo y ha emplazado al hombre a que le acabe. Al acabar la creación, el hombre se perfecciona así mismo. El peligro si existe, no proviene de la creación ni del mundo, sino de las intenciones del hombre. El hombre tiene en el mundo una tarea grandiosa, no debemos abandonar esta tarea, lo que debemos dedicarnos a ella con todas nuestras fuerzas. La meditación no resuelve ningún problema, sino que crea otros nuevos. No; ¡Dios no es únicamente el Dios de los que se retiran al desierto. Es también el Dios de los activos, de los hombres de las grandes ciudades. Dios es el gran activo del que Jesús ha dicho: “Mi Padre trabaja siempre” (Jn 5,17) Dios da el ser y el actuar, y tanto uno como el otro manifiestan su persona. Por eso el hombre contemplativo le encuentra tanto en la fiebre de la acción como en el silencio y en la tranquilidad”. San Francisco de Sales dice lo mismo: “Mi querido Teófilo, por lo que se refiere a los éxtasis sagrados, los hay de tres clases. Uno es el del entendimiento, otro el de la afección y el tercero el de la acción”. Dedica un capítulo a cada uno de estos éxtasis y escribe al final: “La tercera especie de éxtasis....corona a las otras dos: es el éxtasis de la obra y de la vida”. No es que el trabajo amenace la vida interior. Se trata en definitiva de darse y perderse así mismo,. Esto puede hacerse tanto durante el tiempo de trabajo como durante el tiempo del recogimiento y de la meditación.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

118


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

DARSE El que quiere hacer de su trabajo una meditación, debe olvidarse de sí mismo. O para decirlo más claramente: debe morir. Si nos preguntamos así mismos, ¿Cómo podremos llegar a ser dignos de Dios? La respuesta ha de ser de inmediato: “Por tu muerte”. No la muerte física, sino la del yo miedoso, agresivo, ávido de poder. Este yo que dice siempre: “Me gusta, no me gusta” el yo que vive en un nivel en que se deja conducir por otro tipo de deseos. En la meditación no hacemos más que morir para vivir sin fin. NO PIENSES EN EL RESULTADO DE TU TRABAJO Trabajar sin pensar en el resultado que vamos a obtener contribuye eficazmente a despegarnos del “yo”. En general pensamos más en el resultado que en el trabajo que estamos haciendo. Evidentemente, es necesario conocer las razones de tal o cual trabajo. Este debe ser de alguna utilidad. Pero no hay que pensar en los frutos del trabajo durante su ejecución. El trabajo requiere que se concentre en el toda la atención, lo cual exige y crea al mismo tiempo, un gran desapego. La sabiduría oriental dice que la libertad no consiste en hacer lo que se ama, sino en amar lo que se hace. El trabajo aporta incesantemente nuevas ocasiones de dejar que muera el pequeño yo. Que el trabajo te enriquezca o te empobrezca, que se te felicite o se te vitupere por el, eso no tiene importancia. Tú haces lo que debes hacer. El resultado está en manos del Señor. Preocuparse del resultado es casi siempre preocuparse de la propia gloria, de la propia promoción, de la propia situación económica. MANTENERSE EN SU PROPIO CENTRO Cuando se trabaja sin querer alcanzar un resultado, sin buscar un beneficio, sino únicamente porque esa es la tarea del momento, uno se da cuenta de que está en su propio centro. Sin abandonarle, se alcanzan las cosas. Generalmente es lo contrario lo que ocurre ponemos el trabajo como una especie de asfixia: Como si nos perdiéramos a nosotros mismos de manera angustiosa. Mientras dura el trabajo no tenemos la sensación de estar presentes a nosotros mismos. Si, constatamos a menudo que nos hundimos en el trabajo. Pero a veces observamos (cada vez más frecuentes, si somos fieles a la meditación) que esta presencia ante nosotros mismos permanecerá incluso durante el trabajo. EL TRABAJO SE CONVIERTE EN JUEGO Cuando se trabaja de esta forma, instalado en su centro, sin pensar en la utilidad o en el resultado, el trabajo se transforma en cierta medida en un juego. El hecho de que una acción sea juego no depende principalmente de su contenido. Cocinar puede ser una tarea fastidiosa y sin embargo los niños se divierten cocinando. Así pues, la distinción entre juego y trabajo se encuentra sobre todo en nosotros mismos. En el niño el ser divino no está aún aprisionado. El niño nos pone en contacto con el misterio de Dios. Dios, es, en efecto, como un niño: su trabajo es un juego. En El, la seriedad y la alegría son una misma cosa. “Yo estaba allí, como arquitecto y yo era todos los días como una delicia, jugando en su presencia en todo tiempo, jugando por el orbe de la tierra, y mis delicias es estar con los hijos de los hombres” (Prov. 8, 30 – 31). Dios y los niños juegan y bailan juntos. Viven en el corazón de la realidad, mientras que los adultos se quedan a menudo en las apariencias. Pero todos, incluso los adultos hastiados, están invitados al banquete de bodas (Mt 22,9) “El silencio de las esferas es como la música de bodas....Nada, a pesar de nuestra desesperación, puede cambiar la realidad de las cosas o empañar la alegría de la danza cósmica que jamás acaba. TRANSFORMAR EL MUNDO TRANSFORMÁNDOSE A SI MISMO A menudo nos quejamos de que los tiempos son malos, de que el mundo está perdido, de que la humanidad camina hacia la aniquilación. Estas lamentaciones no son nuevas. Agustín decía: “Ya los “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 119


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

tiempos son malos, son difíciles, pero los tiempos somos nosotros. Tal como somos, así son los tiempos”. El que quiera transformar el mundo debe comenzar por transformarse así mismo, observaras entonces que empiezas a ver el mundo de una manera diferente. La condición requerida es comprender que la tarea del hombre no es simplemente la de conocer o dominar el mundo exterior sino la transformación del mundo interior. Estas dos tareas no se oponen entre si. El hombre se trasforma por su acción en el mundo. El objetivo permanente es el de convertirse en luz (Mt 5,14), pero no en un foco luminoso independiente, sino pura transparencia a la luz de Cristo que está en nosotros (Jn 8,12). La apariencia del mundo depende de la mirada del hombre. Si concede mucha importancia a la forma exterior de su cuerpo, si es grande o pequeño, feo o hermoso, verá a los demás como feos o hermosos, atractivos o repulsivos. Si se identifican con su inteligencia tenderá a calificar a los hombres en inteligentes y tontos. Pero si pone el acento sobre el ser divino, descubrirá en todas las partes, en todos los hombres esta vida divina. La profundidad última del corazón, es también la profundidad última del mundo. El mundo antiguo desaparece y nace un mundo nuevo: un mundo que no es el producto de un pasado que data de miles de millones de años, sino que crea instante tras instante. Un mundo cuya única finalidad es cantar al amor de Dios.

CUESTIONARIO 1. ¿Cuánto tiempo debemos dedicarle a la meditación cristiana? 2. ¿Nuestra meditación a partir de la Palabra de dios, debe incluir como referencia, nuestros juicios nuestros recuerdos, nuestras experiencias anteriores y nuestras aspiraciones? 3. ¿Qué papel importante juega en nuestra meditación la percepción? 4. ¿Qué debemos experimentar cuando ponemos atención a las cosas que vemos? 5. ¿Qué hacer para no juzgar a los demás, aún cuando la vida en el mundo nos obligue a veces a hacerlo? 6. ¿Cómo encontrar nuestro propio “Yo” ¿ 7. ¿Qué hacer cuando no encontramos un lugar tranquilo para nuestra meditación? 8. El decir “tengo mucho que hacer y no tengo tiempo para meditar”, ¿crees tu hermano, que es una proposición válida? 9. ¿Podemos pensar que el trabajo sea un impedimento para no meditar? 10. ¿Debemos pensar más en el resultado, que en el trabajo que estamos haciendo? ¿Por qué?. DESARROLLO

________________ _______________ “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

120


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

________________ TEMA 8.5 VIVIR EN EL PRESENTE 1. ANIMACIÓN: 2. MOTIVACIÓN: 3. OBJETIVO:

Fijarnos en el presente, es la dimensión de eternidad del tiempo, por tanto hemos de considerar en primer lugar, la relación entre tiempo y eternidad.

3. ESTRUCTURA DEL TEMA: 4.1

Tiempo y eternidad

4.2

Una vida en el momento presente. -

Una ascesis incesante y una oración permanente. Estar presente. ¿Por qué vivir en el presente? La razón profunda.

4.3

Medios para vivir en el presente. Haz lo que haces Decir sí a la invitación que trae el instante. Ser amiga de la muerte.

4.4

Los frutos de la vida en el presente. superar el tiempo. Vivir en la eterna novedad. - Una nueva manera de trabajar.

4.

EXPOSICIÓN DEL TEMA

a. INTRODUCCIÓN Si queremos hacer de nuestra vida una oración ininterrumpida, consciente de nuestro permanente meditar, hemos de aprender a vivir el momento presente con toda libertad. En esto, Oriente y Occidente están plena y totalmente, es la dimensión de eternidad del tiempo, hemos de considerar, en primer lugar, la relación entre tiempo y eternidad. 5.1 TIEMPO Y ETERNIDAD La eternidad no es un tiempo sin fin, la vida eterna de la que habla la Biblia es algo que existe ya ahora, en el corazón de los hombres. Dios “ha metido la eternidad en el corazón de los hombres” (Ecle 3, 11). Y Jesús dice: “Esta es la vida eterna: que te conozcan a ti” (Jn 17, 3). El hombre pertenece a la vez al tiempo y a la eternidad. Su misma vida, ligada al tiempo, esta llena de eternidad. No podría reflexionar sobre el concepto de tiempo si no tuviese ya en alguna medida fuera del tiempo; de la misma forma que no podría plantearse la cuestión de la esclavitud o de la alineación si no estuviese en sí mismo un núcleo de libertad. La vida eterna no está, pues, reservada al cielo. “Vi la ciudad santa, la nueva Jerusalén que baja del cielo” (Apoc. 21, 1). Existe una palabra eterna, llena de vida y que es accesible al hombre: la palabra “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 121


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

de Dios. Existe una palabra eterna: la Eucaristía. En cualquier momento de su vida el hombre puede alimentarse de eternidad. Sólo lo que es eterno puede crear presente, pues lo eterno es presente, que no termina, que no pasa, es decir, que no se convierte en pasado. La eternidad entra en el tiempo de una manera muy especial cuando al llegar la “plenitud de los tiempos”, Dios entra en la historia del hombre por la encarnación. Por la encarnación es la misma eternidad la que comienza a existir en el tiempo. La esencia del tiempo se transforma. Quizá fuera mejor decir que la encarnación ha manifestado la esencia profunda del tiempo: desde el origen todo ha sido, en efecto creado el Verbo (Jn 1,3) El instante de la encarnación ha reconciliado el cielo con la tierra, la eternidad con el tiempo. Dios se ha hecho hombre en medio del curso de la noche “cuando el reloj marcaba cero” (Sap 18, 14-15) El eterno ahora de Dios aparece en la tierra cuando el tiempo se para. Hay en la historia un instante eminente, el gran instante de la encarnación, en el que el tiempo y la eternidad se unen. Ese instante aporta a todos los demás instantes una dimensión de eternidad. Esto significa que cuanto más enraizado en Cristo está un hombre en mayor medida su ser se concentra en el presente. Así pues existe un tiempo que pasa, que es puro transcurso y un tiempo en Cristo que esta lleno de eternidad. El que toma en serio el instante y vive en el tiempo de Cristo, vive sobre la tierra pero ya en la eternidad. Cuando muera – en realidad la palabra “morir” no se puede aplicar a El (Jn 11, 26) - pasa de la eternidad a la eternidad, de la eternidad en la tierra a la eternidad del cielo. El instante decisivo de su vida no es la muerte física sino el instante en que comienza a creer en Jesús: en el mismo instante, comienza a vivir en un “ahora” eterno”. Esta es la razón por la que los que viven aquí en la tierra en la fe de Jesús, están unidos a los que viven en el cielo: viven en la misma eternidad. 5.2 UNA VIDA EN EL MOMENTO PRESENTE Aunque somos seres profundamente eternos, la superficie de nuestra vida se extiende a lo largo del tiempo. Un pequeño trozo de vida en cada instante. Cada instante lleva consigo su tarea. La vida llega a ser muy sencilla cuando la vivimos en cada instante. Un solo acto de amor nos hará conocer mejor a Jesús. Tenemos la certeza inquebrantable de que cada instante totalmente lleno tiene mucho fruto y consecuencias imprevisibles. Cada instante lleno de un “¡sí, Padre!” tiene un eco que no se apaga jamás. Suponte que estas meditando y observas de repente que tus pensamientos están ocupados en una discusión con tu jefe. Reaccionas: “Es desesperante jamás sabré meditar”. Puede ser, pero no necesariamente. Los grandes místicos han tenido también distracciones en su oración. La única cosa necesaria es volver inmediatamente a la oración en el instante mismo en que descubres que está distraído. Poco a poco debes desarrollar una vigilia y una atención que te hagan captar esos instantes al vuelo, llenarlos de amor y hacer de ellos la fuente de otros instantes análogos. Una ascesis incesante y una oración permanente. Vivir en el presente es una manera radical de morir así mismo. Los que un día descubrieron la alegría de la oración se quejan de no tener tiempo para orar. Quisieran orar continuamente, lo que significaba para ellos pensar siempre en Dios. Dan demasiada importancia a la conciencia, a los estados de conciencia. Puede constatarse que cuanto menos se queja uno de no tener tiempo para la oración, más progresa en el camino de la meditación. Diciendo “si” a Dios en cada instante, se llega a ser un instrumento cada vez más flexible en sus manos. El instante presente es el lugar de encuentro entre la vida eterna y la vida cotidiana. El que vive en el presente vive en Dios y en la eternidad. Cada instante aporta una voluntad concreta de Dios para este instante. Cuando se acepta esta voluntad de Dios, el instante llega a ser exactamente lo que Dios quería que fuera: una pequeña parte de la Historia Sagrada, de esta historia de Salvación que nuestra “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 122


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003 vida debe llegar a ser. El presente es el único Dios.

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1 lugar de nuestra vida en que podemos estar unidos a

Tomando en serio el instante y la tarea que nos ha sido encomendada, debilitamos a nuestro egoísmo, nuestro yo egoísta, este yo que piensa en el resultado futuro: dinero, posición, éxito, estima: o que se teme que algo del pasado pueda tener consecuencias desagradables. Si se vive el instante, este egoísmo pierde todas sus posibilidades. El que vive el momento presente está, de manera misteriosa pero completamente real, en meditación continua. Se observa esto al volver a meditar después de haber trabajado plenamente en el presente: tal meditación no supone un cambio, pues de alguna manera ha estado siempre presente y no hacemos más que reanudarla. El que se pone a vivir el instante observa que el instante se abre poco a poco y aparece lleno de Dios. Estar presente Vivir en el instante es estar presente. Se trata de estar presente en lo que ocurre ahora y presente en su yo auténtico. Estas dos formas de presencia son correlativas: no se puede vivir en profundidad sino se vive el presente, y viviendo el presente encontramos su naturaleza más profunda. Se puede decir que uno de los grandes pecados del hombre es su ausencia. No esta disponible, no toca lo esencial. En lugar de captar la vida en el momento en que transcurre ante el, espera a que se haya alejado y llega siempre demasiado tarde. O demasiado pronto, cuando no espera que la realidad esté ahí. Para estar presente es necesario ser humilde. No podemos estar presentes en toda la longitud de una línea, sino en un punto. Cada vez que oímos la advertencia de Pablo: “Ahora es el tiempo favorable, ahora es el día de la salvación (2 Cor 6. 2), resuena de forma nueva cada vez más apremiante, más exigente y decisiva. El presente alcanza su próximo cuando se puede decir, por ejemplo, con Juan de la Cruz: “Ahora que estoy tan fortificado en amor....rompe la delicada tela de esta vida”. Es un eco de las palabras de Jesús: “Ahora Padre, glorifícame tú, junto a ti, con la gloria que temía a tu lado antes que el mundo fuese.....Ahora voy a ti. (Jn 17, 5 – 13). ¿Por qué vivir el presente? La razón profunda. Un día en que Teresa del Niño Jesús estaba en cama, gravemente enferma (dos meses antes de su muerte), la Madre Agnés le confesó su temor de verla sufrir aún más. Teresa respondió: “Nosotros avanzamos en el camino del Amor y por eso creo que no podemos pensar en el dolor futuro por que eso es una falta de confianza y es como entrometerse en la creación”. Aquí se encuentra la vida presente su fundamento teológico más profundo. Dios es el creador y el hombre su creación. El hombre debe quedarse en su sitio y dejar que Dios cree, recibir de El su ser en el presente sin querer dirigir demasiado el proceso de creación. Por sus preocupaciones y su angustia respecto al futuro, el hombre obstaculiza la obra creadora de Dios. La experiencia muestra que lo que se teme, tiende a producirse. El miedo a la úlcera de estómago es a menudo la causa de que ésta se produzca. No podemos hacer a Dios responsable de ella. Al inquietarnos nos interponemos en la obra de dios. Una antigua sabiduría aconseja que no debemos anticipar nuestra dificultades. Correríamos en efecto el riesgo de vivirla dos veces. ¡Cuántos problemas inútiles nos provocamos a nosotros mismos al querer ayudar a Dios en la obra de su creación!. 5.3 MEDIOS PARA VIVIR EL PRESENTE Haz lo que haces

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

123


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Para vivir en el presente es necesario ser conscientes, estar atento. Se trata de estar plenamente despiertos. Es necesario comprometerse totalmente en lo que se hace y no dividir sus fuerzas interiores. Estar completamente disponibles, como María. “He aquí la esclava del Señor”. Existe una mala espiritualidad (y todos estamos más o menos contaminados por ella) que divide la vida en campos sagrados y profanos: meditar, ir a misa, pertenecer a lo sagrado; pero la cocina, la casa, la higiene corporal, es evidentemente algo profano.... No; en realidad todo es sagrado. Todo entra en la santa liturgia que celebramos de la mañana a la noche y de la noche a la mañana. Si, incluso el sueño es una acción santa y por eso nos preparamos a él por medio de la oración: “Me acuesto en paz, y enseguida me duermo” (Sal 4,9). Jesús penetra la misma realidad. Para el que vive así no hay posición entre el trabajo realizado con atención y el pensar en Dios. Algunos ejemplos podrán concretar esto: a) Lavarse ducharse por la mañana: Que todo hombre se lave: Señor, concédeme tener buena salud, estar alerta, viviente, plenamente despierto.” De mi falta purifícame, lávame y quedaré más blanco que la nieve” (Sal 51, 4-9). El Bautismo muestra que el agua está ligada a la energía purificadora del Dios que perdona. b) Comer: Dios ha creado al hombre de tal manera que necesita comer. Puede comprender así que no recibe la vida de sí mismo. No se basta así mismo, no es su propia fuente de vida. Esto aparece claramente en la bendición de la mesa, tradicional en la Iglesia, en la que citamos el Salmo 145, un maravilloso canto de alabanza al Creador: “Los ojos de todos están fijos en ti, esperan que les des a tiempo el alimento: abres tú la mano y sacias el deseo de todo ser viviente” (Sal 145, 5-6). c) Correr: Quizás corras regularmente para mantenerte en forma. ¿Cómo hacerlo? Pablo nos instruye: “ ¿No sabéis que en las carreras del estadio todos corren, más uno solo recibe el premio? “¡Corred de manera que lo consigais!” (1 Cor 9, 24). d) Caminar: Existen varias razones para caminar. Podemos salir para respirar el aire fresco, vivir en el presente significa entonces, que nos abrimos verdaderamente al aire y al viento. Pero? Qué es el aire? Una imagen del Espíritu Santo que llena el mundo. La palabra griega “Pneuma” significa al mismo tiempo espíritu, aire y viento. Nos abrimos, pues, conscientemente al Espíritu de Dios. e) Cocinar: Dios ha colocado al hombre para que la domine (Gen 1, 26) Ha puesto y pone la continuación de la creación en sus manos. Podemos hacer la experiencia de que estamos hechos para ser “buenos administradores de las múltiples gracias de Dios” (1 Pe 4, 10) al realizar un trabajo tan aparentemente ingrato como la cocina. La cocina puede convertirse en un escenario en que la historia de la creación se haga presente ahora, con un ser humano en el papel principal. Preveemos, como Dios un número infinito de combinaciones a partir de un número limitado de ingredientes. Como Dios, utilizamos a menudo la misma receta, pero el resultado es diferente cada vez. Y cada vez es un milagro. Decir sí a la invitación que nos trae el instante Es necesario aceptar la invitación del instante. Cada instante tiene un mensaje que debe ser tomado en serio. Muchos no hacen nada con su vida por que dejan escapar incesantemente las ocasiones. Hay que aprovechar la ocasión y decir “si” a cada instante. Llaman a la puerta. “Si” ; un sí que llena todo tu ser, un sí que expresa una apertura completa para la novedad que tienes ante ti. En un instante en que estés libre abres el Nuevo Testamento y lees “Dad gracias al Padre, con alegría” (Col 1, 12). Si vives en el presente no esperaras a haber olvidado la exhortación de Pablo, sino que comienzas inmediatamente a dar gracias al Padre con alegría. Cuando alguien te pide: “?Quieres rezar por mí? La única reacción adecuada es hacerlo inmediatamente. Ahí se encuentra la solución a un problema que muchos no saben como resolver. Su conciencia les reprocha permanentemente que han prometido rezar por alguien y prácticamente no piensan en ello. Si se ha prometido rezar, lo mas prudente es cumplir la promesa en el mismo instante. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 124


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Ser amigo de la muerte El tercer medio que puede ayudarnos a vivir cada vez más en el presente es, paradójicamente, pensar a menudo en la muerte. Una de las características de la muerte es conducirnos al presente. La muerte implica, en efecto, el final del tiempo, cuando el hombre muere, el tiempo se acaba para el; en todo caso el tiempo en su forma actual que se caracteriza por un discurrir permanentemente. La muerte es el principio de la eternidad, del instante eterno. El hombre debe abandonar todo en el momento de su muerte, sólo lleva consigo el amor que ha mostrado para Dios y para su prójimo. Sólo el amor es más fuerte que la muerte. 5.4 LOS FRUTOS DE LA VIDA EN EL PRESENTE El que intenta vivir en el presente observará pronto que muchas cosas comienzan a cambiar en su vida. Aún en el caso de que estos intentos no lleguen nunca a triunfar completamente, dan abundantes frutos. Entre éstos, hay tres que saltan a los ojos. a) Superar el tiempo Antes no teníamos nunca bastante tiempo, sobre todo para lo esencial Vivíamos en tensión por el hecho de que siempre teníamos más cosas que hacer de lo que nos era posible en el tiempo de que disponíamos. Existía una enorme desproporción entre trabajo y tiempo, ahora esto cambia. La vida en el presente libera gran cantidad de tiempo que antes estaba perdido debido a nuestra dispersión: no dedicábamos al trabajo más que la mitad de nuestro ser; a veces el trabajo estaba mal hecho y había que rehacerlo. Ahora trabajamos con todo nuestro ser y con soltura. Muchos problemas se eliminan, entonces, por sí mismo. Por ejemplo, ciertos problemas de orden exegético. ¿Ha existido verdaderamente el paraíso con su jardín? ¿Cuándo ocurrió el pecado original?. El autor de estos relatos se situaba por encima del tiempo cuando Dios compuso. El que vive con los ojos abiertos observa que el jardín del Edén y el pecado están presentes aquí. Vivir en la eterna novedad Es sorprendente constatar que la filosofía griega ha concedido muy poca atención al concepto de novedad mientras que la palabra “nuevo” o “nueva” aparece sin cesar en el “Nuevo Testamento”. Un cielo nuevo y una nueva tierra; la Nueva Jerusalén; el vino nuevo; un canto nuevo; un hombre nuevo; y por fin, lo que resume todo: “He aquí que hago todo nuevo; (Apoc 21,5) vivir en el presente abre al hombre a lo que es nuevo. En él experimenta su afinidad con él totalmente nuevo. Dios. Tomas de Aquino describe “las cosas antiguas han pasado, todas las cosas son, a partir de ahora, la repetición estéril de costumbres estereotipadas. Una nueva manera de trabajar La Biblia habla a menudo de la importancia de nuestro trabajo y de su relatividad. El hombre es sacado de su trabajo habitual por Dios, que le conduce hacia el desierto o las montañas para ser enviado a acciones nuevas, sobrehumanas. La Biblia no es ni unilateralmente contemplativa, ni unilateralmente activa. La acción se fortifica y se nutre en contacto con Dios y este contacto conduce siempre a la acción. Existe una manera de trabajar que no se opone a la oración, sino por el contrario está llena de ella. Una manera de trabajar que supera la tensión entre oración y trabajo. Se puede ser contemplativo en medio de la acción, ideal que San Ignacio de Loyola señaló a los Jesuitas, casi todos los grandes místicos han desarrollado una increíble actividad, pero esta no amenazaba a la oración, sino que era más bien fruto de ella, era oración. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

125


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Uno de los signos más seguros de desarrollo espiritual es una reconciliación creciente. El que madura vive cada vez más reconciliado. Reconciliación también entre diferentes aspectos de la existencia, principalmente entre oración y trabajo. Cuanto más vivimos en el presente, más empezamos en el presente, más empezamos a presentir algo de esta unidad y armonía en Dios. Dios trabaja en el descanso y descansa en el trabajo. Y nosotros vamos hacia ello, modestamente, cada vez más, no de manera rectilínea, pero sí por etapas con altibajos. Cuanto más se vive en el tiempo, más se trabaja como dios, es decir, simplemente siendo. No se busca por medio de tal o cual trabajo, ganar algo, llenar los graneros. Se es, simplemente; se ama; se da; se sirve. CUESTIONARIO 1. Si queremos hacer de nuestra vida una oración ininterrumpida, consciente de nuestro permanente meditar ¿qué debemos hacer?

______________________________________________________________________________________________________ 2. La eternidad, ¿es un tiempo sin fin? ¿porqué?

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 3. Cuando te distraes en tu oración ¿Qué debes hacer?

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 4. ¿Qué es el instante presente?

______________________________________________________________________________________________________ 5. ¿Qué se necesita para vivir el presente?

______________________________________________________________________________________________________

6. ¿Hay oposición entre el trabajo realizado con atención y el pensar en Dios? Cite un ejemplo.

______________________________________________________________________________________________________ “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

126


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 7. ¿Qué es lo que obstaculiza la obra creadora de Dios?

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 7. ¿Cuáles son los medios para vivir en el presente? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 8. ¿Cuáles son los medios para vivir en el presente? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 9. ¿Cuáles SON los frutos de la vida en el presente? _____________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

127


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

TEMA No. 9.1: LA ORACIÓN Hasta ahora, es dios quien nos habló a través de la Lectura y la Meditación. La oración es la fase en que nos preguntamos: ¿Qué es lo que el texto divino nos hace decirle a dios? O sea ¿Cuál es nuestra respuesta? La oración corresponde, pues, a nuestra parte en el diálogo. Sin embargo, recordemos que aún antes de la lectura y en la meditación hubo oración, pues todas estas fases están interrelacionadas y a veces juntas durante la dinámica de la Lectio Divina. Sin embargo debe haber un MOMENTO especial, propia, exclusivo dedicado a la oración. (*1) ¿QUÉ ES LA ORACIÓN? Según el diccionario Webster es: “un conjunto de palabras que usamos para dirigirnos a Dios”. Según el monje Guigo: Oración es el impulso fervoroso del corazón hacia Dios, pidiendo que aparte los males y conceda las cosas buenas”. Según estas definiciones, muchas personas piensan que orar es “ALGO” (palabras) que se dicen o recitan mecánicamente cuando se tienen necesidades que no se pueden satisfacer humanamente. Aun el monje Guijo enfatiza la “petición” para que Dios nos cubre del mal y conceda “todo lo que es bueno”. (*2) En realidad la oración es mucho más que “PALABRAS”, Y NO ES SÓLO “PETICIÓN”, ES UNA “CONVERSACIÓN” ES EL MEDIO MÁS IMPORTANTE DE LOGRAR UN “encuentro con Dios” NUESTRO padre y con su “HIJO DIVINO” nuestro SALVADOR y hermano. A ellos le volcamos el corazón y el Alma. COMO DESARROLLAR ESTA ACTITUD PARA ORAR De la misma manera que lo hacemos con nuestro Padre de la tierra en que hay familiaridad y soltura; al que acudimos diariamente para saludarlo y pedirle ayuda o consejo, para contarle nuestras cosas confiando en que seremos acogidos y amados: así mismo debemos acercarnos a Dios a “Conversar” abiertamente con “El” todas las cosas, en la confianza que el Señor nos ama, nos comprende, nos recibirá, nos ayudará, nos guiará. Estos “encuentros” con Dios son los momentos más importantes de la vida: en ellos “seremos realmente nosotros mismos” frente a “Aquel” que todo lo conoce de nosotros y aún así nos ama sin condición. Es en la oración que abrimos el corazón y fluye el diálogo, fluyen nuestras gracias por la nueva oportunidad, porque podemos contarle nuestros proyectos, nuestros problemas, agradecerle por la felicidad que estamos experimentando, o pedirle ayuda si estamos en peligro o algo nos agobia, o implorar ayuda, o discernimiento si estamos desorientados o asustados, etc. Es también el momento de escuchar a Dios en gozosa y confiada espera. El Señor siempre responde; puede ser con “PALABRAS” que pone en nuestra mente o en nuestro corazón, sea a través de la vida, de los acontecimientos, de otras personas, etc. Para poder captar esta respuesta es preciso desarrollar atención, crecer en nuestra intimidad con el Señor, aprender a “sentir su presencia inefable”, a “reconocer su yo” y su “acción” de respuesta que “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

128


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

muchas veces es en nuestra vida en una forma que no es exactamente aquella que nosotros esperábamos. Por eso, la oración es también un desafío y una aventura. (*3) Es un desafío porque requiere de: humildad, fe, disciplina, Humildad, que significa “ser como niños: sencillos y dependientes, confiados en la presencia de nuestro padre que lo puede todo. Fe, que es el requisito básico para ser oídos, pues como dice la escritura en Hebreos 11, 6: “Pero sin fe es imposible agradarle, pues cada uno se acerca a Dios sin antes creer que existe y que recompensa a los que lo buscan.” La fe no la podemos producir, es un don de Dios pero hay que “creer” que la tenemos mediante la gracia del Bautismo que la libera en nosotros mediante el poder del Espíritu Santo. Sin embargo, hay tiempos de sequedad en que no sentimos la presencia del Señor, en que orar resulta arduo y tedioso y a veces hasta desalentador. En estos momentos debemos leer el capítulo 11 de Hebreos. Otros textos que nos pueden también ayudar son: Marcos 11, 24. La oración solo puede brotar si HAY FE; pero la fe solo puede ser viviente si se ora. La oración es la expresión más elemental de la fe, es el movimiento del hombre voluntariamente hacia Dios. (*4) Es un círculo de Amor y Fuerza. Disciplina.- La oración es un “ejercicio vital integral” que exige que se le dediquen determinados momentos del día, sea al amanecer, al anochecer o a la hora que más le convenga a cada uno según las circunstancias propia de su vida, su trabajo o su actividad diaria. Pero debe dársele prioridad a la oración frente a cualquier cosa. Debemos vencer la tentación común de pensar que no hay tiempo, que tenemos demasiado que hacer, que no pasará nada sino oro, pues “aquella ocupación es más urgente”, no debemos hermanos engañarnos a nosotros mismos; dejemos de intentar engañar a Dios. Es mucho mejor no emplear tales disculpas y enfrentar la verdad: “No quiero orar sencillamente”, “no tengo ganas de orar”. Estas frases no suenan bien pues muestran la verdadera mezquindad de nuestras almas, pero son verdad. Enfrentando esta verdad podremos superar la mezquindad, el desgano el desierto, las resistencias que todos tenemos. Por lo demás, debemos saber que aquí, EN LA ORACIÓN está en JUEGO ALGO muy importante; SIN oración se marchita, se acaba la fe y se atrofia la vida cristiana: Así como no se puede vivir sin respirar, así tampoco puede un cristiano ser tal sin orar. (*5). ESPONTANEIDAD Finalmente, la oración provocada por la meditación será espontánea, pura, que brotará en el momento en que reaccione el corazón dependiendo de cuán bien se hizo la Lectura y de la profundidad con que se hizo la meditación. La respuesta será: a) b) c) d)

De Alabanza Acción de gracias De Súplica De Perdón

Inclusive puede ser de discernimiento, de imprecación o de sorpresa como fueron las oraciones de JOB, de Jeremías, de los SALMOS. La oración de respuesta puede ser no sólo personal, sino también comunitaria, tal como lo veremos en la próxima lección. Puede también usarse “plegarias YA existentes”, muchas “oraciones Litúrgicas” o de Santos. El Oficio Divino puede ser también de bastante ayuda. Los Salmos¿, repartidos a través de las diferentes horas del día pueden ser de gran “AYUDA” en este “DIALOGO” con el Señor. Esto constituye todo un desafío: memorizar “SALMOS” o llevar algunas “frases de la Biblia” para que nos sirvan de “portavoz Apoyo” en los intervalos del trabajo, en el ómnibus, etc. EL PODER DE LA ORACIÓN “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

129


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

Un último aspecto que no debemos olvidar es que la “PALABRA DIVINA” no sólo dice, sino que hace. Un ejemplo concreto es la Eucaristía. La Palabra: “Esto es mi cuerpo” “Hace lo que dice”. En el Génesis 1,3 Dios habla y las cosas comienzan a existir. Este es el poder infinito que tiene el VERBO. La Palabra divina es al mismo tiempo “palabra y hecho “, “DICE Y HACE”, es “LUZ Y ES FUERZA”, es “PALABRA Y ESPIRITU”. La Lectio Divina rescata estos dos aspectos: por la lectura descubre la idea, revela el mensaje y enseña; por la meditación y sobre todo por la oración, se crea el espacio donde la “PALABRA HACE LO QUE DICE”. Desde la eternidad Dios Padre pronuncia su pala-bra y coloca en ella TODA la fuerza de su espíritu. Esta palabra increíble alcanza toda su plenitud al hacerse carne en Jesús, en quien reposa toda la fuerza, la luz y la vida de Dios. Todo esto lo podemos intuir al leer el famoso prólogo del Evangelio de San Juan 1, 14-17. Es Jesús la PALABRA VIVA, respuesta definitiva de Dios para todo y para Todos los seres humanos. BIBLIOGRAFÍA: *1 .- Apuntes SOBRE LA Lectio Divina : Padre CASION GUAY, Luis SOCABI *2.- IBID *3 .- “SOBRE ORACIÓN” Ediciones Paulinas- Chile 1985 *4 .- Introducción a la Vida de Oración: Romano Guardini. *5 .-Notas y reflexiones sobre oración de: Gloria López Rivas.CUESTIONARIO 1. ¿Porqué la oración no son “ PALABRAS”?

2. ¿Cuál ES el verdadero sentido de orar? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 3. ¿Por qué tener Fe es básico para orar?

4. Ilustra escudriñando en la Biblia: a) Una oración donde se pide discernimiento, b) Una oración de imprecación. c) Cita una oración Litúrgica. 3. En qué radica: a) El poder de la Oración b) El poder de la Palabra Divina. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

130


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

LECTIO DIVINA TEMA No. 9.2:

DE LA LECTIO DIVINA RELATIVA A LA ORACIÓN

“LAS ACTITUDES Y CONDICIONES BÁSICAS PARA LA ORACIÓN” Hay 5 actitudes o posturas del alma recomendables para orar: a) El recogimiento Vivimos por lo general volcados al mundo exterior; somos arrastrados de una impresión a otra: trabajamos, luchamos, nos afanamos y morimos en el mundo y esto nos hace distanciarnos cada vez más de nuestro centro que es el Espíritu que nos da la vida. Según observan los especialistas este hombre que vive sumergido en el torbellino de las exigencias de la vida y en el barullo de los quehaceres externos, llega a perder su seguridad interior, y trae su aparente seguridad o autosuficiencia, le acecha la angustia, la preocupación, la inseguridad. De ahÍ la necesidad que tiene el hombre moderno de buscar en encontrar su centro personal, aquel soporte al que puede asirse por ser el punto de gravedad de su ser desde el cual pueda salir al mundo y el que pueda salir al MUNDO y al que pueda retornar para restablecer sus energías personales. Es así que la persona necesita de la Oración para permanecer sana espiritualmente. (*1) Pero orar no es fácil, hay que serenarse, aquietar todos los deseos, pensamientos, sentimientos, impresiones que nos trae la vida, el trabajo, el mundo. Tomar en serio la Oración significa prepararnos adecuadamente para hacerla, lo mismo que hacemos para hacer bien cualquier asunto humano. Todo aquel que se propone realizar un trabajo serio, no se entrega a el sin pre-meditación, sino que se “recoge” para prepararse a las exigencias de tal trabajo. Así como quien sabe apreciar la buena música no llega al concierto en el último instante, sin transición desde el bullicio de la vida de la ciudad, sino que llega a tiempo a la sala de conciertos y se “prepara” para la audición, “recogiéndose dentro de si”, distanciándose de la dispersión exterior. La oración, siendo un acto religioso existe esta misma preparación, que llamaremos el “Recogimiento”, que significa, en primer lugar, que el hombre se sosiega y se asienta. En general los hombres “Modernos” vivimos arrastrados por multitud de cosas y acontecimientos, excitados por impresiones agradables o desagradables; oprimidos por la necesidad de cosas, por deseos, por temores, pasiones. Constantemente estamos impelidos por alcanzar algo, construir o destruir. Todo esto convierte al ser humano corriente en un ser desasosegado, incapaz de fijarse en un punto o de profundizar, vivimos como “consumidores” insaciables de personas, cosas, pensamientos, palabras, etc., pero quedamos siempre insatisfechos por haber perdido en gran parte la conexión con nuestro centro vital y pese al enorme “saber y poder” que existe, experimentamos, desorientación, vacÍo interior. Debe pues, todo ser humano, orar. ¿Pero en este estado de ánimo podrá la persona común orar? Si, pero solamente, si se libera de su desasosiego y se serena. Por tanto es preciso el “recogimiento” que significa centrarse durante un tiempo en aquello que es lo único importante; debe desasirse de “TODO LO DEMÁS”; todo lo demás no cuenta. Esto significa “Hacerse presente” ante Dios y “Permanecer ante El” GUARDANDO SILENCIO en viviente intimidad. Este “Recogimiento” significa alcanzar nuestra “unidad interior” Ya los maestros de Vida Espiritual hablan de la necesidad de “superar la Dispersión que nos caracteriza a todos debido a que nuestros pensamientos discurren de un objeto a otro, nuestros sentimientos cambian, son imprecisos y muchas veces nuestra voluntad no es dueña de la situación. En este caso, bastante común, no existe una persona unitaria, sino una maraña de pensamientos, un flujo de sensaciones y un barullo de impresiones. El recogimiento es todo lo opuesto a esta dispersión. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 131


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

“Recogimiento” implica que la persona ha “recogido” sus pensamientos, sus sentimientos y emociones. Y ha preparado así para la oración, un “Espíritu Unificado”, un estado de Espíritu similar a aquel que caracterizó a Samuel cuando fue llamado y pudo decir: ¡Aquí ESTOY” (1 Samuel 3, 10). Con este recogimiento debe empezar la oración. b). Silenciamiento. Sólo recogiendo nuestro espíritu podremos hacer silencio, no sólo exterior sino principalmente interior. Esto significa aquietarnos, serenarnos, armonizarnos con nuestro ser esencial. Toda oración comienza en el silencio, en esa quietud podemos ponernos bajo las manos del Señor. Este es el clima que necesitamos para empezar ese “Diálogo divino” que es la oración. Siempre se dice que el silencio es más grande y profundo que las palabras. De la montaña y del desierto –lugares de silencio- vinieron los grandes santos. Jesús oró en las madrugadas, en noches enteras en lugares silenciosos: vea Marcos 1,35; Lucas 9, 18. El mismo, se calló 30 años y habló solo 3. El Señor nos hablará, sólo sí lo podemos “Escuchar” y esto será posible sólo sí hacemos silencio. Este “recogernos” y “Silenciar” nuestro interior crea la apertura y el “espacio interior” para la oración. Este espacio se constituye sólo cuando el “HOMBRE se pone en la PRESENCIA DE DIOS. Este espacio es similar al que se constituye o desaparece con la “Estima”, el “respeto” o el amor que las personas se ofrecen mutuamente. Es entonces que el ser Humano puede decir: “Aquí está Dios, el QUE ES, el VIVIENTE y el SANTO de quien habla la revelación y “aquí estoy también Yo”; no como estoy en la vida cotidiana como alguien indeterminado, que se sienta a la mesa en la casa, que circula por las calles de la ciudad, y trabaja en la oficina, sino que “Aquí estoy Yo, en mi verdad, en cuanto soy yo mismo en toda mi miseria y en todos mis dones que Dios quiso darme cuando me creó”. ESTAMOS aquí Dios y mi ALMA en este “espacio vital” en que se puede experimentar la presencia de Dios. Esta es una experiencia personal, muchas veces esta presencia de Dios es de tal manera que nos estremece con su majestad y nos desborda con su cercanía, en tal sentido que habríamos entrado en el SUBLIME e íntimo misterio del diálogo con Dios. Pero otras veces, la mayoría de las veces no sucede así, sino que todo permanece en silencio. El Señor, permanece en la oscuridad, guarda silencio. En tal caso, debe fluir la oración sostenida por la fe y por la perseverancia. b) La tercera postura es la ESCUCHA Y COMPRENSIÓN Una vez que ha fluido el ser en ese “discurso” donde se refleja nuestro itinerario personal, en un esfuerzo por vaciarnos de nosotros mismos, para dar el lugar a “Dios”, a los hermanos, a la comunidad, debemos otra vez silenciarnos para ESCUCHAR a Dios y a los demás. Me refiero al “Silencio interior del corazón”, sin el cual no será posible que escuchemos al Padre, ni a Cristo. Este silencio es muy difícil de lograr para la mayoría de nosotros: Si cerramos los ojos por un momento y observamos lo que ocurre en nuestro interior, lo más probable es que nos veamos sumergidos en un mar de pensamientos (palabras, monólogos, ruidos; nuestra propia voz interior compitiendo con el recuerdo de otras voces e imágenes. Evitar el ruido exterior ya es una ayuda para lograr el silencio interior, pero no lo es todo; pues puede ser que callemos la boca pero entonces el ruido interno se haga más estruendoso, y no seamos capaces de orar. El ruido interior está ahí en la mente; el silencio según sostiene el Padre Anthony de Melo S.J. consiste en que nos hagamos conscientes de dicho ruido y que lo hagamos callar y lleguemos a dominarlo. (*2). A esto, se refería Jesús cuando nos recomienda en Mateo 6, 6-8: “Tu, cuando reces, entra en tu pieza, cierra la puerta y reza a tu Padre que comparte tus secretos”. Esta es una indicación de entrar en nosotros mismos, cerrar nuestra mente y corazón a todo ruido externo o interno, concentrarnos en “El” y escucharlo. Cierra la puerta es cerrar nuestra atención a las preocupaciones, inquietudes, emociones, y a cualquier influencia; la puerta deberá quedar firmemente cerrada, de lo contrario, el estruendo del mundo se colará y ahogará la voz de Dios. (*3) Después de recogernos, silenciar y escuchar, recién comprenderemos. Todos nosotros tenemos sed de ser comprendidos, necesitamos que se nos entienda, es ahí que entra el “Señor quien COMPARTE con nosotros nuestros secretos”, es el Señor el único que lo comprende TODO, sin JUZGAR. Así nos lo mostró Jesús en el episodio de la Mujer Adúltera; (Juan 8, 1-8). Frente a la mujer adúltera, Cristo “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 132


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

guarda silencio y escribe en la arena....y cuando se levanta, con su sabiduría rompe el dilema que le presentaron: “El que esté sin pecado, que tire la primera piedra”. Esto es algo que nunca debemos olvidar al orar, exponer “todo lo que nos embaraza, o lo que obstaculiza nuestra fe, pues Cristo es básicamente Amor y comprensión. Durante su vida no hubo nadie que no fuera comprendido por El. Cristo jamás se equivocó pues con su “comprensión” vislumbró la sed de arrepentimiento en la curiosidad de Zaqueo, el ansia de verdad en la velada asiduidad nocturna de Nicodemo, la necesidad de perdón en la vida desordenada de la samaritana; vio la sed de salvación en el Buen Ladrón, etc. Todos sus encuentros con los hombres fueron “DIALOGOS” donde fluyó la comprensión. Con El todos los pecadores se sintieron aliviados, consolados, animados, restaurados. Esta seguridad de que seremos “comprendidos” porque “nuestro Padre” comparte con nosotros todas las facetas de nuestra vida, nos debe llevar a orar con sinceridad, con total confianza y apertura. c) Orar requiere amar La oración es el momento supremo del “Encuentro con Dios, con Jesucristo. Es la oportunidad no de leer nuevos libros, ni de escuchar nuevas ideas, sino de “DIALOGAR” DE ENCONTRARNOS con Jesucristo. Dios espera nuestro tiempo nuestra atención y todo NUESTRO AMOR. Jesús quiere ser conocido y AMADO personalmente, por eso le preguntó a Pedro, antes de confiarle su función pastoral: SIMON, hijo de Juan, ¿ME AMAS MÁS QUE ESTOS? POR TRES VECES: (Ver Jn. 21, 15-17) Por eso, hermanos, cada vez que oremos vayamos pidiéndole sobre todo el único y mayor don, el don de “Dios mismo”, el don del amor. Para esto, como dicen los santos y Padres de la Iglesia así como el padre Anthony de Mello: “Para conseguir una verdadera experiencia de Dios, el hombre debe poseer dos condiciones: tener el deseo de Dios y tener valor y generosidad”. La primera es muy importante; “tener el deseo de Dios”. Dios no puede resistirse al hombre que le desea ardientemente * Por eso dice, en proverbios 8,17 “Quiero a los que me quieren y me dejaré encontrar por los que me buscan” o también en el Salmo: “Me buscarás y me encontrarás, porque me buscarás con todo tu corazón” en Dios no en nuestros problemas. Por eso la primera y más grande oración es la Alabanza que se centra en “El que le expresa su amor, su adoración, su admiración, su devoción, su alegría....De allí que en alabanza Dios derrame toda bendición: Pues el quiere adoradores, hijos que le amen totalmente (ver Éxodo 23, 24) También dice el Señor: “Por que Yo quiero Amor, no sacrificios, y conocimiento de Dios más que victimas” (Óseas 6,6). Si vamos a la oración con amor no existirá esa premura por terminar. Tomemos conciencia hermanos que la razón principal por la que no encontramos a Dios es por que no lo deseamos con el ansia suficiente: nuestras vidas están tan llenas de tantas cosas, preocupaciones, ansiedades, proyectos, etc. Que postergamos lo verdaderamente importante, lo capital: esto es nuestra relación con “Aquel” que puede llenar todo nuestro ser. (*4). Si no tenemos este amor, este deseo de Dios, encontraremos toda clase de excusas para no orar. Por ahí debemos empezar, darnos cuenta y si sinceramente encontramos que no tenemos este deseo de Dios, debemos pedirlo. Si oramos así, Dios nos escuchará y nos contestará, la mejor respuesta es que nos transformará y podremos también nosotros amar de verdad, con madurez. Este amor estará lleno de energía, de luz. “El que ama, deja libre al otro, lo hace crecer, le da luz, le da aire, sin ser posesivo” (*4) este amor en nosotros nos permitirá ser realmente cristianos, pues este es el primero y gran mandamiento en el cual se resume y se cumple toda la ley y los profetas. d) Servir Finalmente, si amamos a raíz de una oración desinteresada y apasionada por Dios, tendremos la actitud del servicio, pues como dicen los poetas y como lo enseña el Cristo, el que ama no puede sólo pensar o quedarse en lo emocional o sentimental; el que ama actúa, sale de sí, se entrega en servicio. Toda la vida de Cristo desde su encarnación, fue un servicio a la humanidad. No podemos quedarnos en el mero: “Señor, Señor “ y luego seguir viviendo cómodamente ignorando que el Pueblo de Dios tiene hambre y sed de su “Palabra” y de su amor a través de la bondad, de la generosidad, del sacrificio, de la donación de sí de todos aquellos que creen en Dios. La oración verdadera conduce a la acción, a construir el Reino (Ver citas Santiago 2, 14-26; Mateo 5,20; Mateo 23, etc.) “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 133


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

BIBLIOGRAFÍA: (*1) (*2) (*3) (*4) (*5)

introducción A LA vida de Oración. Romano Guardini. “CONTACTO CON DIOS”. Anthony de Mello S.J. IBID Reflexiones en torno a la necesidad de orar: Gloria López Rivas. Revista “Pentecostés”, Santiago de Chile Setiembre – Octubre 1979. CUESTIONARIO 1. ¿Qué es recogerse? ¿Cómo te recoges para orar? Describe. 2. ¿Porqué es necesario silenciarnos externa e internamente para orar? 3. ¿Qué condiciones pueden “ayudarnos” a “escuchar” al Señor? 4. Da otros dos ejemplos en los que Jesús mostró su COMPRENSION después de una oración. 5. Tener la Experiencia de Dios requiere dos condiciones, ¿Cuáles son ¿ frente a El examina si las tienes y pídeselas si no las tienes. 6. Testimonia Si la oración te conduce al servicio. Si no, analiza porque. DESARROLLO

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________

______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ TEMA No. 9.3: LA ORACIÓN EN LA LECTIO DIVINA “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

134


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

¿CÓMO ORAR? “Señor nos hiciste para Ti, y nuestro corazón esta inquieto hasta que descanse en ti” (San Agustín). A) JESÚS EL MAESTRO DE LA ORACIÓN En el mundo de hoy, tan cambiante e inquieto se cumple el oráculo del profeta Amós, cuando dijo: “He aquí me vienen días, oráculo del Señor YAHVEH, en que Yo mandaré HAMBRE a la tierra; no hambre de Pan, ni sed de agua, sino de oír la palabra de YAHVEH” (Amos 8, 11). El ser humano tiene hoy más hambre de Dios, de su palabra, de su amor, que nunca antes. Por eso hoy como nunca antes, el hombre necesita orar. Orar sabemos todos de manera intuitiva pero orar de manera intensa, para arrancar a Dios el don supremo de su “amor” y con el todo lo demás, es una gracia que sólo puede ser producida por el Espíritu del Señor. Por esto, trataremos en este acápite de resumir los métodos de oración, que bien empleados, pueden conducirnos a un verdadero encuentro con dios. El primer método que adoptaremos es aquel, que el mismo Señor Jesucristo, el maestro de la oración, nos enseñó. De hecho para los cristianos, no hay otro maestro. ¿Cómo hay que orar? Esta es la misma pregunta que los apóstoles le hicieron a Jesús. En Lucas 11, leemos: “ESTANDO EL orando en cierto lugar, cuando terminó, le dijo uno de sus discípulos: “Maestro, enséñanos a orar, como enseñó Juan a sus discípulos”. Así mismo, cuando cada uno de nosotros tenga dificultades para orar, debe recurrir directamente a Jesús y decirle: “Señor, enséñame a orar”, díselo todo el día sin tensión ni ansiedad, con la firme esperanza de que “EL” habrá de enseñártelo. Siguiendo el mismo pasaje evangélico que hemos citado, vemos que el Señor Jesús empezó a enseñarles y les dijo: “Cuando oréis, decid: “Padre, santificado sea tu nombre; venga a nosotros tu reino”...Meditando sobre estas palabras concluimos que Jesús nos enseña a comenzar, no por nosotros mismos, sino por el “Padre”. No por nuestros intereses y necesidades, sino por su reino. Así también lo mandó Jesús en otro pasaje (Mateo 6, 33) “Buscad primero el reino de Dios y su justicia, y todo lo demás se os dará por añadidura”. En esto así como en toda su vida, la oración de Jesús estuvo: “CENTRADA EN DIOS”. Si avanzamos en el padre, Nuestro dijo enseguida: “HAGASE TU VOLUNTAD” A través de todos los evangelios, vemos que la gran obsesión o ilusión de Jesús no le interesaba tanto que le digamos a El, ¡Señor, Señor! Sino que HAGAMOS la voluntad de su Padre, así como “EL” la hizo. Démonos cuenta que, aún con todo el amor que nos tenía, la idea de padecer la pasión le repugnaba, pero lo hizo por el gran amor a su Padre. Jesús le dijo: “Padre aparta de mí este cáliz, pero que no se haga mi voluntad sino la tuya” Mateo 26, 42; Lucas 22, 42; Marcos 14, 35-36. Esta es pues la segunda lección que Jesús nos da cuando nos enseña a orar. Nos enseña a comenzar por Dios, a interesarnos por que venga su reino, porque sea glorificado su nombre, para que se HAGA su santa voluntad, y esta es la razón por la cual falla mucho nuestra oración por estar centrada demasiado en nosotros, en el hombre y no en Dios. En conclusión; cuando oremos hagamos el esfuerzo de salir de nosotros mismos y tratemos de centrarnos en dios. Esto no significa que caigamos en esa falsa indiferencia de quien dice: “Yo no me preocupo de mí en lo más mínimo: Todas mis necesidades las dejo en las manos de Dios”. Esto es totalmente falso: Jesús fue tan equilibrado y tan humano que tomó en cuenta el hecho de que somos humanos y tenemos necesidades y por eso también debemos pedir a Dios que lo satisfaga. Por eso en el Padre Nuestro, continúa enseñando: (Mateo 6,9-13; Lucas 6, 9-13) La petición en la oración. Nos manda pedir tres cosas para nosotros: “El Pan de cada día” el vigor espiritual, y el perdón de nuestros pecados. El resto del Padre Nuestro y casi toda esta pieza maestra es petición:, que se haga su voluntad, que nos dé el Pan del día, todo es petición. Esto era la oración para Jesús, orar consiste en pedir a dios todo lo que es bueno para nosotros. Jesús ratifica este carácter cuando dice: Lucas 11, 5-10 “Pedid y se os dará, llamad y se os abrirá,......etc; Lucas 11, 1-13; Marcos 11, 22-26; Mateo 21, 20“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

135


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

22; Lucas 18, 1-8; Juan 14, 12-14; Juan 15, 7; Juan 16, 23-24; Santiago 5, 13-18; 1 Juan 3, 22; Filipenses 4, 4-7; Timoteo 2, 1ss. LA CLAVE DEL ARTE DE ORAR ¿Cómo ORA Usted? ¿Qué hace Usted cuando se distrae? Generalmente vamos desde meditación - distracción, sabiendo que muchas veces el 90% del tiempo es distracción ¿No será esta tu experiencia? ¿qué hacer? Saque entonces Usted su rosario y rece un misterio pidiéndole a la virgen que le conceda la gracia de la oración, la gracia de superar sus distracciones. Generalmente, meditación y reflexión profundas son un puro don de Dios, que sólo se logran a base de “pedir” y “suplicar” . Pida entonces “suplicando” con un corazón necesitado y quebrantado, la gracia de orar, la gracia de ser generoso con Cristo; pidamos como niños con simpleza, con sencillez de corazón sin palabras rebuscadas. Seamos sencillos, pidamos como los niños que dicen: Padre, concédeme aprobar los exámenes, etc. No hagamos discursos. Más que meditaciones y reflexiones rebuscadas, lo único que necesitamos es “Energía, Fuerza espiritual, valor y perseverancia. Para ello sólo debemos “pedir con absoluta seriedad, con total convicción”. La conclusión que sacaremos es que no pongamos toda nuestra confianza en la meditación sino que confiemos más en el Poder que tiene la simple oración humilde de petición. Esta oración semilla de corazón suplicante concreta tiene mucho poder, da mucha paz. Con ella constataremos cuanta razón tenía San Pablo, cuando nos dice en Filipenses 4, 5-7: “Alégrense en el Señor en todo TIEMPO. Les repito: Alégrense y den a todos muestras de un espíritu muy comprensivo. El Señor está cerca: No se inquieten por NADA. En cualquier circunstancia recurran a la oración y a la súplica, junto a la acción de gracias, para presentar sus peticiones a Dios. Entonces la paz de Dios, que es mucho mayor que lo que se puede imaginar les ayudará a confiar en su corazón y en sus pensamientos, en Cristo Jesús. Estas palabras son totalmente ciertas, la verdad que ellas encierran hay que experimentarla y testificarla. CUESTIONARIO 1. ¿Porqué es Jesús el único maestro de oración? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 2. ¿Cuál es la primera pauta que Jesús nos dio para orar bien? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 3. ¿Cuál es la segunda pauta que nos enseñó el Señor Jesús? _____________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 4. ¿Qué deberíamos hacer cuando nos distraemos en nuestra oración? Aplíquela. ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ 5. ¿Porqué nos recomienda San Pablo que no nos inquietemos por nada? ¿esto qué significa? Interprete, medite y ore. ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ” 136


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

6. ¿Cuál es la clave del arte de orar? ______________________________________________________________________________________________________ ______________________________________________________________________________________________________ TEMA No. 9.4: LA ORACIÓN EN GRUPOS Aquí no daremos a conocer cómo a de funcionar un grupo de oración, sino que trataremos sobre: o o o o o o

La importancia y razones que hacen necesaria la oración en grupos. Cuáles son las cualidades y actitudes que exige. Los objetivos que logra. Los requisitos para conformar un “Grupo de Oración”. El Silencio y la Palabra en la Asamblea de Oración. Taller. 1. LA IMPORTANCIA Y RAZONES DE LA ORACIÓN EN GRUPOS

*antes que nada: “TODA Oración en Grupo auténtica supone haber hecho, la Oración personal o privada. La oración grupal NO SUSTITUYE a la oración personal sino que la complementa. Ambas son necesarias para el Crecimiento Espiritual.8) •

Lo propio de la oración grupal es que:

“El Señor está presente cuando estamos reunidos en grupo: en una comunidad vuelta hacia Dios por la oración, Dios ACTUA, pues el mismo Jesús lo prometió: Mateo 18, 19-20: “Os aseguro también que si dos de vosotros se PONEN DE ACUERDO en la tierra para pedir “ALGO” sea lo que fuere, lo conseguirán de mi Padre que está en los cielos. Porque donde están DOS O MAS reunidos en mi NOMBRE, allí estoy YO”. •

Debo Creer y esperar que “EL” estará en el grupo por lo tanto debo abrirme a la presencia del Señor en medio de multitud.

*También debo abrirme al mismo tiempo al hermano, a su persona (Saludarnos, Acogernos) estar atento a su plegaria, a sus sentimientos, a su situación.....Por lo tanto no es cuestión de venir a orar cada uno su propia oración sino “ENCONTRAR un CLIMA para “ORAR JUNTOS”: ALABANZA CONJUNTA, CLAMOR UNÁNIME en torno a un ruego” ESTAR UNIDOS en el Amor y en la Fe” Sólo así fue que ocurrió el prodigio de Pentecostés: Hechos 1, 14. “Todos ellos perseveraban en la oración, con un mismo espíritu, en compañía de María, la Madre de Jesús”. o

Esta Unidad de objetivos, de intenciones y de amor es el CLIMA interior que debe reinar en una Asamblea, unirse en torno a algo que agrade a Dios, a algo que todos necesitemos, a algo que nos supere. Ejemplo: Cuando tras haber sido apresados y conducidos al Tribunal, Pedro y Juan vuelven a los suyos y les cuentan lo ocurrido....Hechos 4, 23-31.

“Una vez libres, vinieron a los suyos y les contaron todo lo que les habían dicho los sumos sacerdotes. Al oírlo, todos s UNA elevaron su voz a Dios, y dijeron: “Señor, tu que hiciste el cielo y la tierra, el mar y todo lo que hay en ellos....(y pidieron juntos) “Señor CONCEDE a tus siervos que puedan predicar tu PALABRA con toda VALENTÍA, extendiendo su mano para realizar curaciones, señales y prodigios por el “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

137


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

nombre de tu SANTO siervo, Jesús”. Acabada su oración retembló el lugar donde estaban reunidos, y TODOS quedaron llenos del ESPÍRITU SANTO y predicaban la PALABRA DE DIOS con valentía. Ellos no permanecían encerrados en el individualismo (que conduce a la rutina y al conformismo) sino que tenían un “Espíritu de Cuerpo”, un Espíritu Solidario, pedían lo que todos ellos necesitaban. 2. ACTITUDES Y CUALIDADES QUE SE NECESITAN PARA LA ORACIÓN GRUPAL o

PRIMERO debo clarificar ¿Qué es un grupo?

Es un organismo “VIVO” (*2). Así como no podemos comprender a una persona si la estudiamos como simple suma de ojos, corazón, pies, etc; así TAMPOCO se puede concebir a un grupo si lo considero como simple suma de personas. “El grupo verdadero tiene una GESTALT es decir una “forma” Especial de ser, con una personalidad desigual que crece, se desarrolla, madura y envejece, por lo tanto: o

“Un grupo es un conjunto de personas que se reúnen se intercomunican y tienen cohesión (proviene de ir pasando de simples relaciones secundarias, roles y oficios a relaciones primarias y personalizadas)”. “BUSCAN METAS U OBJETIVOS COMUNES, caminan en una misma dirección, se unen por ideales semejantes, tienen motivaciones muy parecidas y un COMPROMISO COMÚN . Si no hay todas estas características no sería un grupo sino sólo una “reunión de personas”, una masa más o menos amorfa. (*3).

NO es lo mismo el equipo de Fútbol que los espectadores, no es lo mismo un “Grupo de Oración” que las personas que se reúnen para “oír” misa de 12. ¿Tienes estas características nuestro Grupo de Oración? ¿Los hermanos se intercomunican? ¿Saludan, acogen, conversan, se llaman, se recuerdan después del día de reunión? ¿Hay cohesión? (¿responden como una unidad frente a propuestas o peligros?, ¿Hay íntimas relaciones primarias?, Ejm.: se ayudan cuando están enfermos o en crisis algunos de sus miembros, o se llama y dan cuenta cuando alguien falta ¿están pendientes unos de otros? ¿Qué objetivos y metas comunes hay? ¿por mes, semestre, año? ¿Cuáles son nuestros ideales? ¿A qué aspiramos? ¿Cuál es nuestro COMPROMISO COMÚN?. o

SEGUNDO

¿Qué es un “Grupo de Oración” ?

¿Cuál fue su origen? En 1961 el Papa Juan XXIII convocó el Concilio Vaticano II (25 de Diciembre de 1991 EXHORTABA: “Repítase en el Pueblo cristiano el espectáculo de los Apóstoles reunidos en Jerusalén, y dígnese el Divino Espíritu escuchar de la forma más consoladora la PLEGARIA que ascienda a El desde todos los rincones de la tierra: “Renueva en nuestro TIEMPO los prodigios como de un NUEVO PENTECOSTÉS; y CONCEDE QUE LA IGLESIA SANTA reunida en UNANIME Y MAS INTENSA PLEGARIA en torno a María, madre de Jesús y bajo la dirección de Pedro, DIFUNDA EL REINO DEL DIVINO SALVADOR, que es reino de verdad, de Justicia, de Amor y de Paz. Amén”

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

138


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

En 1979 Juan Pablo II decía: “Veo en la R.C.C., que está en todas partes La riqueza del Señor. Yo estoy convencido de que este MOVIMIENTO es un SIGNO de su acción, convencido que este MOVIMIENTO ES UN IMPORTANTE COMPONENTE DE ESTA TOTAL RENOVACIÓN ESPIRITUAL DE LA IGLESIA. (*4). El Episcopado Latinoamericano reunido en PUEBLA a comienzos de 1979 nos orientó respecto a los G.O. o o o o

Conducen a la Oración GOZOSA. Conducen a INTIMA UNIÓN CON DIOS. Conducen a FIDELIDAD AL SEÑOR Conducen a PROFUNDA COMUNIÓN CON LAS ALMAS. 3. ALGUNAS ORIENTACIONES PARA LOS GRUPOS DE ORACIÓN

*El Centro del Grupo de Oración es “El Señor Resucitado” que es fiel a sus promesas. (Mateo 18, 19-20). *La fuente de oración del grupo es el Espíritu Santo que inspira y ora en nosotros (Romanos 8, 26-27). *La finalidad del grupo es “llevarnos a una profunda Renovación de TODA nuestra VIDA en relación con nuestros hermanos, también EN UN APRENDER A VIVIR GUIADOS por el AMOR Y LA PALABRA de dios, dóciles a su Espíritu como María. Lucas 1, 38: “Hágase en mí según tu PALABRA”. •

La actitud fundamental de los participantes en el grupo será la de:

-Reconocer con la VIDA Y la palabra que Jesús es el Señor. (Filp. 2, 11; 1 Cor 12, 3; Rom 10, 9). *El vehículo más importante de la Oración Comunitaria es la Reunión o Asamblea sea en el Templo y/o en CASAS particulares para orar. •

San Pablo orienta a las Comunidades carismáticas en las siguientes cartas: 1 Cor 14, 2633; Ef 5, 18b-21; Col 3, 16-17.

-Que TODO sirva par EDIFICAR (cántico, enseñanza, revelación, hablar en lenguas, etc) no para dominar ni para llamar la atención, ni para lucirse. -Que todo se haga en forma decente y ordenada, porque Dios no es Dios de desorden sino de PAZ”. -NO se emborrachen: el Vino lleva al Libertinaje; más bien LLÉNENSE DEL ESPÍRITU SANTO. -CANTEN Y ALABEN CON HIMNOS Espirituales (Efesios 5, 19; Colosenses 3, 16). -Aliméntense con la PALABRA: Col 3, 16: “Que la Palabra Cristo, habite en ustedes con todas sus riquezas”. -HAYA mucho amor entre todos (Ef 5, 1: “Esfuércense por imitarlo. SIGAN el camino del Amor, a ejemplo de Cristo, que los amó a ustedes” Ef 5, 21: “Sométanse unos a otros, por amor a Cristo”. -Es de MÁXIMA IMPORTANCIA LA ALABANZA: Mateo 11, 12: “El reino de los cielos sigue padeciendo violencia, y solamente los Violentos consiguen alcanzarlo” Frente al poder del MAL: injusticia, violencia, capitalismo exacerbado, pornografía, opresiones, desintegración Familiar, enfermedades, etc. Nuestro Corazón siente desfallecer ¿Qué hacer? (mirarnos a nosotros mismos o absorbernos en oír problemas?. No, rompe con la depresión y el Hipnotismo de las dificultades (*5), vuélvete a Dios, pon tus OJOS en el Señor, en lugar de mirar hacia abajo, levanta tus OJOS y tu VOZ hacia Dios, di junto con el salmista: “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

139


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

“A ti levanto mis ojos, a ti que habitas en el cielo, (Salmo 123) así como miran los ojos de una esclava la mano de su dueña, así están nuestros ojos, observando al Señor, nuestro Dios hasta que se conduela de nosotros”. Salmo 121: “Dirijo mi mirada hacia los montes en busca de socorro, mi socorro me viene del Señor, que hizo el cielo y la tierra. 4. ACTITUDES NECESARIAS PARA ORAR Tomar conciencia antes de empezar una alabanza, venimos muy dispersos del mundo llenos de inquietudes de preocupaciones, problemas, etc. Para orar es necesario “CALMARSE, SERENARSE, APARTARSE de todo este TUMULTO y Disponerse a entrar en la Presencia del Señor. Esta oración será un diálogo por lo tanto será necesario “Hacerse Presente” entonces para ello será necesario: - El recogimiento: Alcanzar Unidad Interior (Buscar a Dios como el eje o punto que permanece siempre “El mismo” pese al fluir de los cambios de la vida. En general, el hombre moderno es disperso, sus pensamientos discurren como mariposas de un objeto a otro, sentimientos imprecisos y cuya voluntad no es dueña de la situación....En este caso no existe una persona, sino una MARAÑA de pensamientos, un FLUJO de sensaciones., En oposición a esta dispersión está el RECOGIMIENTO (penoso trabajo de recoger pensamientos, sentimientos y preparar un Espíritu unificado, que diga como Samuel cuando fue llamado: “Aquí Estoy”. o o

o o

Recogerse es “Despertar”, alcanzar silencio interior como condición para penetrar en la profundidad del Espíritu. Sólo cuando te recojas puedes convertir tu DESASOSIEGO en quietud y PAZ, puedes hacerte presente interiormente y convertir o disperso en UNITARIO, lo opresor en ligero, lo oscuro en límpido. (*6). Con este recogimiento debe comenzar la oración. Es bien difícil, pero tratar de hacerlo pese a la resistencia que a veces experimentamos es ya oración. Caer en cuenta de la “Presencia de Dios” y de nuestra condición de creaturas ante El Fe, Dios es aquel UNICO que me conoce no como uno cualquiera de los innumerables seres creados sino en la unicidad e Instituibilidad de mi persona. Debo buscar de su SANTO rostro, buscar el corazón de Dios y entonces dirigirle mi oración.

-BUSCAR EL SENTIDO DE UNIDAD Oramos juntos todos, por eso el Señor Jesucristo nos enseñó a orar: “PADRE NUESTRO” no dijo: Padre mío. -Orar para que todo sea para “EDIFICACIÓN” de la Asamblea (1 Cor 12), para lo cual se requiere “LA RECONCILIDACIÓN de unos con otros”. Con la Reconciliación y el perdón mutuo caen cadenas: -nos aceptamos tal como somos. Sanan nuestras enfermedades. Nos liberamos de nuestros pecados comunes. o

Facilitar la apertura, y hacer que nos sintamos “POBRES”, humildes, COMO “niños” (Mateo 18, 3) y tengamos “SENSIBILIDAD ESPIRITUAL” ante el hermano, con actitud de acogida, haciendo nuestra su oración y su ALABANZA veremos que si cada uno olvida sus propios problemas, para orar más con el hermano y por el hermano, comprobará que su problema se ha solucionado. 5. OBJETIVOS A CONSEGUIR “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

140


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

1.

Tenemos un sentido profundo de la “Presencia del Señor, ahí en medio de los que se reúnen, de lo cual se obtiene una forma peculiar de GOZO- FORTALEZA Y ALIENTO por lo tanto en grupo experimentamos más la misericordia del Señor.

2.

Nos compromete más con los hermanos en el silencio y en el amor. No importa cuánta oración individual tengamos “Si corremos el riesgo de ir a buscarnos a nosotros mismos en nuestra oración”. La CALIDAD de nuestra oración ha de tener su manifestación en la “CALIDAD de nuestra relación con el prójimo”.

3.

El grupo nos lleva a crear “UN MISMO ESPÍRITU (Hch 2, 46; 5, 12) “UN SOLO CORAZÓN UNA SOLA ALMA” (Hch 4, 32).

Los grupos mediante la oración comunitaria llegarán a ser “Todos del mismo sentir, con un mismo amor, un mismo Espíritu, unos mismos sentimientos” (Flp 2,2).

o

4.

El grupo forma el Cuerpo de Cristo (Rom 12, 5).

5.

Allí donde se realiza el Cuerpo de Cristo manifiestan los diferentes dones del Espíritu.

también se

La necesidad de “ESCUCHAR” al Señor pues El:

-Nos instituye, nos guía, nos camia mediante su palabra y nosotros le respondemos a partir de lo que somos y de nuestra vida. - En la oración comunitaria debe haber “Encuentro e Intercambio” para lo cual debe haber “Silencio” este es una “Condición” para que seamos capaces de acoger la PALABRA; no solo silencio exterior sino silencio interior. “dios tiene mucho que decirnos, cuando nos reunimos como Iglesia por lo tanto debemos escucharle”. Cuando Dios quiere darse a conocer, nos invita al silencio. Todo Grupo de Oración que quiere alerta debe aceptar esta “Ley del Silencio” que desea abrirse. ¿NO ES ACASO EN EL “DESIERTO” - ahí donde no hay voces DONDE DIOS HABLA? ¡OH GRACIAS DIOS MIO, HABLAME! Es la falta de silencio interior que nos impide también abrirnos unos a otros. Para acoger a alguien debe haber dentro de nosotros silencio que nos permita “captarlos y amarlos”. Así podemos “Sentir” a cada una de las personas. “Nos permite captar mediante la intuición y más allá de las palabras una pena escondida, un secreto, anhelo, una necesidad”. DIFICULTADES DEL SILENCIO o o o

El silencio exterior obstaculizado por ruidos. El silencio de nuestro corazón lleno de imágenes, recuerdos, quejas, deseos. Hay 4 maneras de recibir la PALABRA DE DIOS cuando: •

No hay silencio: vino la palabra y no nos dimos cuenta, todo se lo llevaron los pájaros.

Se acoge la palabra, se la escuhca, y recibe con gozo pero no hay profundidad; el silencio es superficial. Por lo tanto la Palabra no penetra.

*Se acoge la palabra, pero como no se hizo limpieza no puede dar frutos, pues el corazón está lleno de deseos y de preocupaciones por lo tanto FALTA PURIFICACIÓN, FALTA LUZ, surgen otras palabras que la ahogan. “ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

141


RENOVACION CARISMATICA CATOLICA DE LIMA CENTRO CARISMÁTICO DE FORMACIÓN - 2003

PRIMER SEMESTRE MANUAL DE ESTUDIO No 1

*La palabra se acoge, se escucha, penetra en el corazón y da frutos pues se la recibe ne lo más profundo y nos hace cambiar. Este cambio no es fruto de mi esfuerzo sino de la acción del espíritu en mi existencia concreta. Bibliografía: *1.- “Oración en grupos”: Ediciones Paulinas Agosto 1988. *2 “Pedagogía de la acción Aplicaciones a grupos”: Alejandro Yondoño S.J. IndoAmerican Services 1986.} *3 IBID *4.- Orientaciones para los grupos de oración: Renovación Carism´patica Católica : Jorge A. Bravo M.S.J. Trujillo 1984.

“ SEÑOR ESTA ES TU OBRA PARA NUESTROS HERMANOS ”

142


MANUAL DE LECTIO DIVINA