Page 1

l perfil Entrevista a Guillermo Amann, presidente de AFBEL, y Rafael Quintanilla, presidente del Comité de Smart Grids de AFBEL

“La distribución eléctrica es la asignatura pendiente en el despliegue de las nuevas tecnologías para el ámbito eléctrico” Albert López

A

El sector eléctrico tiene ante sí un desafío tecnológico constante. Siempre es necesario mejorar las tecnologías que permitan instalaciones más eficientes, seguras y gestionables. Este punto, el de la gestionabilidad y el control, es uno de los elementos claves de las smart grids y, en consecuencia, de las smart citites. Así queda demostrado en esta entrevista con AFBEL (Asociación de Fabricantes de Bienes de Equipo Eléctricos). Su presidente Guillermo Amann y el presidente del Comité de Smart Grids, Rafael Quintanilla, lo atestiguan.

FBEL (Asociación de Fabricantes de Bienes de Equipo Eléctricos) es una asociación joven, creada en 2007 en el entorno de Sercobe, y no estaría de más presentarla. ¿Qué es exactamente AFBEL y cuáles son sus objetivos? � Guillermo Amann AFBEL es la Asociación Española � Rafael Quintanilla de Fabricantes de Bienes de Equipo Eléctricos, vertebrado en comités que agru- industriales representan? Las 45 empresas asociadas a AFBEL suman pan a los fabricantes de los distintos subsectores (Apoyos Metálicos, Transformadores, en su conjunto un volumen de facturación de Aparellaje, SAIs, Convertidores, Pararrayos, unos 3.000M€ y dan empleo directo a más de Grupos Electrógenos y Redes Inteligentes), y 12.000 personas a nivel nacional (más unos que representa la voz del sector industrial en el 20.000 empleos indirectos). Las exportaciones del sector de bienes ámbito de los equipamientos para redes eléctricas frente a las administraciones públicas y de equipo han crecido un 4,3% en 2012. ¿Esta cifra ha atenuado la caída del negocio la sociedad en general. Precisamente, esta división por subsectores interno? Aun siendo los bienes de equipo eléctrico constituye la propia estructura en comités de AFBEL, a los cuales se suma un Comité Inter- parte de esos datos de exportaciones, el sector nacionalización que apoya transversalmente a específico del bien de equipo eléctrico ha aumentado sus ventas en el exterior en 2012 algo toda la asociación. AFBEL surgió a principio de los años 80 por encima de esa cifra (más del 5%). Como como Agrupación de Empresas Fabricantes de es natural, ese aumento del negocio de exporBienes de Equipos Eléctricos en el seno de Ser- tación ha supuesto una válvula de alivio pacobe. Adquirió personalidad jurídica propia en ra las empresas sumidas en una vertiginosa y el año 2007; desde ese momento AFBEL ha ad- progresiva caída de la demanda del mercado quirido el protagonismo y la representatividad interior. ¿Cree que las exportaciones de AFBEL del sector ante terceros, tanto a nivel nacional van a seguir aumentando ante el estancacomo internacional. ¿Cuántos socios tiene y a qué sectores miento de la demanda interna?

Las empresas del sector estarían encantadas de que la demanda interna se hubiese estancado porque la realidad, a día de hoy, sigue siendo de caída libre en volumen de ventas. Afortunadamente, las empresas españolas del sector, en general, han utilizado los años de crecimiento y expansión del mercado español a principios de este siglo para, no solo satisfacer la demanda interna, sino también para preparar su oferta de productos y medios de fabricación a los niveles de calidad más exigentes de los estándares internacionales. Por ese motivo, la industria española representada por AFBEL, se sitúa en la vanguardia de la oferta mundial del sector, tanto por capacitación técnica, como por calidad y competitividad. En este escenario, confiamos plenamente en la capacidad de las empresas de AFBEL para seguir aumentando sus exportaciones, lo que les permitirá no solo seguir creciendo en fortaleza y competitividad, sino contribuir activamente al crecimiento del PIB español. ¿Pueden intuirse cuáles van a ser los números de facturación de este primer semestre de año? ¿Van a determinar la evolución del resto de 2013? Desde el 2008 al 2012 se ha producido una caída de la demanda española del orden del 43%. La previsión a fecha de hoy del resultado del primer semestre del 2013 no resulta halagüeña ya que se espera una nueva caída de entre el 7 ó 9 por ciento respecto al 2012.

“La demanda española del primer semestre del 2013 puede caer el 7 ó 9%” 16 l DISTRELEC Mayo/Junio 2013


perfil l “La (necesaria) sustitución de 20 millones de contadores convencionales por smart meters y la incorporación de inteligencia en los centros de transformación suponen un volumen de negocio aproximado de 2.000 M€ en equipamiento, y otro tanto en servicios de instalación y puesta en marcha” En lo que se refiere a la perspectiva del mercado doméstico para el segundo semestre del 2013, desde AFBEL no nos sentimos capaces de hacer una predicción ya que la realidad nos ha demostrado en los últimos años que cualquier previsión a más de seis meses, por pesimista que sea, se ve lamentablemente superada por la realidad. ¿En qué proyectos más destacados está participando AFBEL actualmente, por ejemplo, en los ámbitos de normalización y certificación de productos? La labor de AFBEL en el ámbito regulativo es muy prolija ya que nuestro sector se ve especialmente afectado por las normas y legislación tanto a nivel europeo como nacional. Así, nos encontramos participando en numerosos comités de normalización y certificación de AENOR (Apoyos Metálicos, Protección contra el rayo, Motores, Smart Grids, Sistemas de Suministro de Energía Eléctrica, Directiva del Ecodiseño, etc.). Adicionalmente, desde AFBEL colaboramos estrechamente con todas las administraciones públicas en numerosos asuntos, entre los que podríamos destacar, por ejemplo, el foro que compartimos con el Ministerio de Industria dedicado a la vigilancia de mercado para productos de alta tensión, o también con el Ministerio de Medio Ambiente para colaborar y fomentar la reducción de gases de efecto invernadero que pudieran provenir el sector eléctrico, entre otras muchas otras actuaciones. AFBEL, en una nota de prensa, habéis reclamado una apuesta decidida por las redes inteligentes. ¿Cuáles son las fórmulas más adecuadas para fomentar el sector smart grid y smart city en España? La dotación de inteligencia a las redes eléctricas de transporte y distribución ha sido bien desplegada en España en el primero de estos ámbitos (transporte). La distribución eléctrica es en este momento la asignatura pendiente en el despliegue de las nuevas tecnologías para el ámbito eléctrico. Las smart grids de distribución

van a ir siendo progresivamente una necesidad impuesta por las políticas medio ambientales y de liberalización del sector eléctrico. Como sector regulado que es, la distribución de energía eléctrica precisa del marco legal que conjugue las políticas exigidas por Europa con las necesidades de inversión de despliegue de infraestructuras inteligentes sobre la red. Así, la retribución de las inversiones en red de distribución, regulada por Ley, debe ser justa y suficiente para que los operadores del sistema de distribución puedan realizar el despliegue de la instalación de los nuevos equipos, sistemas y comunicaciones inteligentes. ¿Qué volumen de negocio puede representar para los asociados a AFBEL la implementación de soluciones smart grid en los diferentes proyectos de smart city que se están desarrollando en España? Si el concepto de smart grid es un concepto amplio que más que un objeto tecnológico describe un proceso evolutivo, de cambio de paradigma, a través del cual la red eléctrica incorpora nuevas tecnologías con el objeto de hacerla más flexible y eficiente, el concepto de smart city lo es todavía más, ya que aquel se incorpora como una parte necesaria de este. Sin pretender agotar el concepto, podemos decir que una smart city es un entorno urbano, energéticamente sostenible, en el que la aplicación de diversas tecnologías, con una participación muy importante de las relativas a la información y comunicación (TIC), permite al ciudadano una interacción, con su entorno, fácil, flexible, eficiente, dinámica y adaptada a sus circunstancias específicas. En definitiva, se trata de un hábitat que se acomoda activamente al ciudadano. En este medio, descrito de forma tan genérica, la gestión inteligente de la energía eléctrica y su interacción con el ciudadano tienen un papel crucial. Y es aquí donde el concepto de smart city incorpora, de forma necesaria el de smart grid, terreno natural de una gran parte de las empresas que componen AFBEL: dispo-

sitivos asociados a la generación renovable y almacenamiento de energía, centros de transformación, contadores inteligentes, postes de recarga inteligente de vehículos eléctricos, gestión energética de edificios y hogares… son algunos de los aspectos en los que las empresas de AFBEL ejercen su liderazgo. Es difícil poner sobre la mesa un valor de la cifra de negocio que esto representa, sobre todo en una situación de crisis económica como ésta en la que nos encontramos, pero puede darnos una idea del volumen, la necesaria sustitución de 20 millones de contadores convencionales por contadores inteligentes (smart meters). Hecho que las compañías eléctricas están aprovechando para acometer la modernización de sus redes de distribución incorporando inteligencia en los centros de transformación. En conjunto, solamente estos dos aspectos de la inteligencia de red suponen un volumen de negocio aproximado de 2.000 millones de euros en equipamiento y otro tanto en servicios de instalación y puesta en marcha. Añada lo que considere oportuno La posición de vanguardia de la industria española del sector de bienes de equipo eléctricos se debe sustentar en tres pilares: una decidida apuesta emprendedora, un sólido tejido de profesionales altamente cualificados y un mercado interno estable y en crecimiento. Hasta el año 2008, estos tres pilares estuvieron sólidamente compensados. Desde entonces, la base del mercado interno ha ido progresivamente descompensando este equilibrio. La voluntad emprendedora pudiera ir progresivamente poniendo su punto de mira en los mercados en los que más está creciendo su volumen, mercados emergentes o en expansión. Tal deriva hacia la deslocalización e inversión en el exterior, llevaría emparejado indefectiblemente, el movimiento de profesionales cualificados hacia esos destinos o el reclutamiento en plazo de los mismos. Esto pudiera suponer una pérdida importante de conocimiento y capacitación, cuya recuperación se anticipa muy compleja.

“Confiamos plenamente en la capacidad de las empresas de AFBEL para seguir aumentando sus exportaciones” Mayo/Junio 2013 DISTRELEC l 17

ENTREVISTA a Guillermo Amann, presidente AFBEL, y Rafael Quintanilla, Comité Smart Grids