Issuu on Google+

Los Pinos De Rostrogordo

Melilla, aunque es chiquitita tiene una pinada cerca ya de la frontera con Marruecos. Cuando era pequeña íbamos todos los domingos muchas familias con críos, entonces no había valla de separación con Marruecos y hacíamos excursiones también a la pinada del país vecino. Tiempos felices donde cada uno vivía bien en su tierra, gentes de Marruecos pasaban libremente a vender sus productos en los mercados de Melilla y terminado su trabajo volvían con sus familias a su casa.



Mp´lrt