Issuu on Google+

IDEAS SENSIBLES DE TARDES APACIBLES

Por

Saúl Sánchez Toro

Pereira, Colombia 1981


DESEO ¡Perdóname señor, porque he pecado!... ¡Perdóname señor, que estoy pecando!: y tu mandato señor lo he quebrantado porque a mi prójimo señor, estoy buscando!!! Tu me dijiste señor que no deseara Nunca, jamas a la mujer del prójimo Y hoy que me siento señor, que soy mi prójimo Deseo a mi mujer con toda el alma.


DÉJAME SEÑOR Déjame señor que al fin encuentre El amor que siempre he deseado Que lo viva, lo goce y a su lado Permanezca aunque sea en su vientre. Deja que mi alma abandonada y triste Abandone esta amarga soledad Y que el desamor que en ella existe Se convierta en otra realidad. Que empiece a vivir su nueva vida Que el amor se convierta en su pasión, Que nunca más tenga partida Su mente, su corazón.


HAS VUELTO MUJER Has vuelto mujer, para llenar mi vida Con tu presencia siempre tan querida. Has vuelto mujer a compartir la dicha Que me arrancaste ayer con tu partida. Has vuelto mujer, y que feliz me has hecho Haciéndome olvidar aquel dolor, aquel despecho Cuando al irte de mi lado, sumido en la desdicha dejaste destrozado todo mi pecho. Has vuelto mujer, a este hogar que un día Puesto de hinojos ante Dios te prometía Para darte todo lo que soy, lo que poseo, lo que siento Que no es otra cosa que el amor que brota del alma mía. Has vuelto mujer, te veo, estas aquí conmigo Y a tu corazón yo imploro y le mendigo Para que nunca de mi lado ya te alejes Y por esta alegría nueva, amor mío, hoy te bendigo.


DESAMOR ¡No, no quiero tu desamor tu desencanto, no quiero verte llorar, no quiero llanto solo quiero que me quieras tanto como yo a ti te puedo amar. Yo te reclamo que me des cariño, Que vuelvas a entregarme tu ternura Que destierres de ti esa amargura Que invade tu pobre corazón de niño. Dame tu amor, dame tu vida Y en cambio yo te daré amada mía El sosiego, la paz, la fantasía Que a gritos clama tu alma adolorida.


AMOR El amor...palabra que ablanda corazones, Que infunde sentimientos e ilusiones Transformando en brillo las miradas más tristes, De aquellos que se quieren de verdad. Amor...amor...palabra de mágico sentido Que transforma la mente, el cuerpo, el corazón. Amor...amor...que llega al alma enfurecido Para sembrar su germen de ilusión. Amor...por quien los hombres lloran, Sienten, engañan y traicionan, Amor con el poder eterno De destruir las almas que se adoran. Amor que nunca das razones De porque huyes siempre de mi vida, Amor que siempre que te encuentro Me muestras raudo tu partida. Déjame que te encuentre amor Y que a mi lado seas siempre feliz Quédate siempre conmigo Y nunca, nunca, te me quieras ir.


DEBILIDAD Mis manos recorrían trémulas tu cuerpo, Que desnudo posaba nuevamente a mis pies, Te tocaban tus piernas, tus caderas, tu vientre Tus senos abultados, tus brazos, tu pelo, tu cara Tu boca, tu cuello, tu espalda, todo tu ser. Mi sangre borboteaba y mi cuerpo temblaba De emoción, de ansias locas, de temor a que esto Solo fuera ilusión, un fugaz espejismo De un momento de amor. Cuando tú te paraste, vi que todo era cierto, Que solo fue un momento de debilidad, En donde tus temores, tus celos y rencores, Impusieron su odio sobre la realidad, Y te marchaste firme sin haber sucumbido Al deseo que adentro te impulsaba hacia mí Y te quedaste triste como yo me he quedado Con un cuerpo vibrante de amor y ansiedad.


DESAFIO Yo se que en tu interior hay mil deseos, Hay muchas ganas de sentir mi cuerpo, lo pude ver en esta madrugada Cuando tu cálida tez se estremecía. Pude sentir las ganas que tenías Al ver que tú pecho florecía Ante el calor vibrante de mis labios Y el trémulo adorar de mis mejillas. Vi que tu “forja donde se fragua la vida” Ardía en deseos, en ansias de tenerme, Y que tú pecho henchido de amor A toda costa, quería poseerme. Pero más que tu ardor, que tus deseos, Se sobrepuso en ti la fantasía Y tu mente fugaz, tus desafíos, Lograron contener tu loco apremio. Quisiste vacilar, darme tu carne, Olvidar tu rencor y tus recelos, Pero más que el amor y que el deseo Se impuso en ti la gana de castigo. Tus pensamientos superaron todo, Tus ingratos recuerdos me mataron, Y tu vibrante cuerpo en un instante Sofocó su pasión, su ansia de amarme.


VISION ANGELICA Hoy te volvía a ver desnuda como ayer, Como hace tiempo, como antaño, Como siempre te había visto, En toda tu plenitud de gran mujer. Quise cabalgar por ese cuerpo Como en mis viejos tiempos galopaba En áureo corcel a quien domaba Con ternura hasta el amanecer. Más fue fugaz esa visión angélica Que me retrajo al pasado, a los recuerdos Al viejo proceder. A los instantes en que disfrutaba Con toda mi alma, con loco desvarío, Con inmensa ternura y gran pasión El fruto de tus besos, aroma de tus labios Caricia de tus manos, dulzura de tu boca De tu forma de ser.


QUIERO... Quiero que aparezcas, mujer!!! Quiero que vuelvas a ser La de otro día. Quiero que seas la misma Que hace un tiempo Me daba su calor, su fantasía. Quiero tener una esposa Como aquella que otrora en el pasado Se entregaba a mí con amor, sin resquemores, Con impetuosa pasión, con ansias locas, Con ardiente deseo, sin temores, Sin miedo al fin al destino, Siempre confiando en todos sus valores. Quiero que seas mujer, La misma de antes, la que encendió en mí La llama ardiente De este candente amor Que hoy nada apaga.


FIDELIDAD Te lo juro mujer, te lo aseguro Nunca ha habido una mujer en mi alma, Porque solo a ti en la vida yo he querido Con tanta fuerza, tanta intensidad. Si recuerdas un poco de mi historia, Te acordarás que siempre te había dicho Que en el amor jamás yo creería Pero cuando tocaste a mi puerta Cambiaste para siempre mi filosofía. Por eso te lo digo hoy amor mío En la vida, en mi vida tú has sido La persona que transformó mi sino Y que me supo enrutar hacia el camino De tu fantasía.


CALMA, MI ALMA LLAMA LA CALMA!!!

Solo fueron cuatro años de amargura Los que pudo darte mi vida Años de tedio, de desconfianza, De desamores y de pavura. Te hice infeliz, te hice infecunda Te di tristeza y desventura. Hoy que el amor toca a tu puerta, Y que mi vida ya no es tu vida, Veo que al fin te has encontrado Y que feliz vas de partida. Quiera el Dios grande, el Dios del cielo Que ese tu amor que hoy preconizas No se convierta en poco tiempo En mil recuerdos y en mil cenizas. Ojalá puedas dar toda tu alma; La que a mi nunca pudiste dar Para que encuentres por fin la calma Que nunca habías podido hallar.


BEGIN THE BEGUIN (Volver a empezar) Quiero volver a empezar, Pero no con la de ahora, Quiero volver a empezar Con la de otrora. Con aquella que me daba todo, Todo su ser sin ponerme condiciones Toda su vida sin pensar en nada Todo su amor, todas sus convicciones. Con aquella que irradiaba afecto, Ternura, amor, cariño, devoción, Con esa que sin cortapisas Me entregaba su yo, su corazón. Quiero volver a empezar, Con la de entonces, Con la que no le importaba como era, Con la que me perdonaba todo error Por malo y doloroso que este fuera. Quiero volver a empezar Contigo Tere, Con mi adorada esposa, Mi pequeña que desde hace ocho años Me dio fuerza y valor, me dio entereza Y quien hoy con dolor y gran tristeza Por odio y por pasión cierra mi puerta.


NO QUIERO “CHE” No quiero “Che” que sigas Impulsando a esta pobre Humanidad al caos. No quiero, no, que sigas Empleando tu lenguaje De odio peste y muerte. No quiero que sigas Prometiendo libertad a Expensas de la sangre que Nuestros hermanos derraman. No quiero que tu palabra Siga siendo empleada Como arma de doble Filo mortal. No quiero tampoco que Sigas siendo el profeta Que le abra el camino a Las horas de la muerte. No quiero que busques Con tu imagen triste Recordarnos el miedo De la guerra. No quiero, no, que busques Lugares más donde plantar Tus semillas de discordia. No quiero que nos sigas Llenando más la mente Con tu soberbia disociante. Solo quiero, Ernesto Que dejes este mundo Y descanses en paz... Quiero... Que no te “siembres más”.


DESPUES DEL ADIOS Es inmenso el dilema Que en mi yo se debate; Afrontar un recuerdo o Enfrentarme a un olvido... En vano busco hallar Soluciones posibles Que determinen como Sin escrúpulo alguno Se venzan esas dudas Que no dejan obrar. Entre ellas la fuerte, La de valor inmenso E impetuosa presión Es la de mi memoria Que quiere del pasado Tiempos idos traer. Más...Ah...Eureka!!! Tengo un gran argumento Que quizás sin ambages Pueda mucho servir; La distancia; que es eje De valiosa prestancia Y contribuye a todo Sin tener es muy cierto Para que tanto pensar. Va borrando recuerdos... Llenándonos de olvido, Y dejándonos solos Nos separa de todo Más...más...y más.


NADA Hombre amigo, mi querido hombre, Ya veo que es hora de que hablemos, Es hora de mirar hacia el pasado Y analizar lo que hasta aquí tenemos. Pero, Oh! No! Que es lo que vemos? Como nada habíamos sembrado Solo nada, mi amigo, vemos nada, Ya que nada teníamos cosechado. La vida nos muestra de improviso Algunas cosas que nunca imaginamos, El pasar por el mundo sin sentido Y sin realizar lo que soñamos. Por eso pasamos nuestras vidas Sin recoger la cosecha del pasado, Y llegamos hasta el cruel presente Sin nada que mostrar, nada plantado. Nada de producción, nada forjado, Solo banalidades, nada ahorrado. No sabemos vivir, nada ganamos, Todo lo que tenemos lo gastamos. Pero no dejemos que se acabe el tiempo Aprovechemos más nuestro saber En el saber vivir está la dicha, En la dicha de vivir está el saber.


COBARDIA Camino en el abismo por la cuerda floja Quiero saltar M谩s veo en el fondo la tranquilidad, la paz. Y no. No es justo abandonar la lucha. Dejarnos amilanar es traicionar los valores. Es mermar nuestras fuerzas y echarlas a perder Es dejarse destripar por una apreciaci贸n Es sencillamente, dejarnos vencer.


CAVILACIONES Llueve...llueve y llueve En mis adentros río Porque veo en el agua que corre Desperdicios arrastrados. Rio, sí, porque veo el mugre De la ciudad recibiendo Su merecido. Todo el mundo corre y Todos chisguetean a todos... Menos un perro y yo que Afrontando el desafío del Señor aguacero andamos Como los sumarios de los juzgados. El va por el andén. Yo Voy por la calle. El va lastimosamente Aullando, yo no. Yo llevo las manos en los bolsillos, él no. Ambos llevamos los trajes Empapados y los huesos calados. La lluvia arrecia... El perro se asusta y corre. Tal vez un granizo- pienso yoLe lastimó la llaga de su Espalda; quizás el trueno Que retumbó en la ciudad Como el clamar de los Menesterosos fue la causa. De todos modos, corre... Y corre...hasta que se pierde Como se pierde La juventud en aras del Placer desmesurado tras Haber sentido el Granizo del vicio echarse Sobre sus espaldas... La lluvia amaina... Sin embargo estoy triste. Muy triste, si... Triste porque somos Como el perro que Deambulamos por el Camino de la duda Buscando solución


A todo para al fin De la senda hallarnos...nada.


PERDÓNAME MUJER ¡Perdóname mujer que te ame tanto! Perdona que te quiera todavía! Perdona que traduzca en llanto, El amor que te ofrezco cada día! Dispénsame que sólo dé quebranto A tu alma acongojada, amada mía, Y excúsame, también, el desencanto Que te brindan mi amor y mi porfía. Más solo Dios, con su poder eterno Podrá darte la paz que necesitas Y convencerte de mi amor sincero. El, sabrá demostrarte cuan te quiero, Como mi corazón por ti palpita, Y como me atormento en este invierno.


VIEJO SAN JUAN Viejo san juan que te quedaste vivo En la memoria de mi lejano ayer Hoy muy distante de mi camino Quisiera ahora volverte a ver. De verdad quiero volver al suelo Que otrora un día me dió calor, Me brindó afecto, me dio ternura, Me entregó entero su corazón. Como quisiera estar de nuevo En esas calles con tradición, Y recordarme de aquellos tiempos Que a mi alma dieron satisfacción. Caminar quiero por esas calles Que dieron vida a mi juventud Y que hoy lejanas y con nostalgia Solo me causan gran gratitud.


SOLEDAD Vamos!!!No te quedes amiga Que ya sin tu compañía Mi alma está perdida. No me dejes ni por un momento Ya que tanto has insistido En compartir mi vida, Pues si me dejaras, moriría. Tu, tan sólo mi amiga De nombre Soledad Estás conmigo noche y día, Cuando salgo, cuando llego, Cuando me acuesto Cuando me levanto Y en la noche solo tu Velas mi sueño; Y cuando de lágrimas Se nublan mis ojos Y de dolor mi corazón padece, Solo tu presencia, Soledad, Yo siento junto a mi. Soledad y yo, somos una sola Porque es todo lo que la vida Me brida. Solo Soledad a mi alrededor Por doquiera que voy Por las calles, los campos Y las ciudades de gente llenas Que me miran extrañas Sin saber quien soy, Sin saber...que existo.


LUJURIA En esta soledad que me atormenta, En esta incertidumbre que me agobia, Siento correr en medio de mis venas Un voluptuoso amor que se desboca. Ese tropel que invade toda mi alma Me lleva al paroxismo, a la agonía, Al pináculo, al clímax, a la cumbre Del ardiente deseo que extasía. Sus besos me corren por el cuerpo, Su cuerpo entero vibra ante mis besos, Sus tersos senos erguidos florecen, Su foramen bello de amor desfallece. Sensación de olvido, placidez de amor Y sólo recuerdos que invaden mi mente Y conturban mi alma con pena y dolor Porque ella no quiere ya más mi pasión.


UN CORAZON Un corazón es cosa inmensamente grande Que nos parece pequeño a simple vista Jugamos con él muy bien cuando lo odiamos Lloramos a por él cuando lo amamos Y vislumbramos perderlo en un instante. Consideramos amarlo sí tenemos Nuestra sangre vibrante en su presencia Más cuando nos llena con su ausencia Lo queremos dejar y así lo hacemos.


COMPATIBILIDAD En el fiel de la balanza se sopesa la ilusión. Se pesa con la acechanza, Duda, mal, desesperanza, Inercia, vicio y pasión. Tiene fuerza, fé, bonanza Pero más que todo tiene Esperanza y solución.


QUIMERAS I Quisiera describir Un círculo en el mundo Y encerrarme en él... Encerrar mis ideas... Encerrar mis principios Y alejarlos de todos Los que en sus vidas Trascienden a perdición... Y alejarlos de todos Los que en sus sendas Solo dejan inmadurez II Pensé viajar en el viento Y encontrar los inmortales Para pedirles que pronto Marquen pautas, guíen pasos, Dieran normas a los que dirigen el mundo de la Pobre transición. Mas me encontré con que ellos Nos daban pautas de veras, Que interpretábamos todos A favor de suertes locas: En pro de la perdición. III El mundo lleva el abismo Corriendo siempre a sus pies, Por eso todos tenemos Al in y al cabo en los años Un hueco para caer.


FUERZA BRUTA Con su voz de poderío Se acercaban los afiles Mostrándose en los desfiles Con sus corceles de brío. Mi cuerpo sentía frio Porque los veía viles. Su fuerza eran los fusiles, La muerte, el libre albedrío... Sentía frío de muerte; Frío de rabia y rencor Frío de piedad del mundo Que se debatía inerte Ante el poder del inmundo: El poder del “gran señor”.


VIROGINIDAD Vana sutileza, Insulso candor. Su frĂ­a mirada Ya no habla de amor. Por fin es consciente Por fin algo piensa Por fin acrecienta Su odio y rencor... Odio hacia la carne, A la intemperancia, A la fuerza bruta Al hombre...hasta a Dios. Habla mal de todos Habla bien de muchas Y en su pecho crece La inmortalidad. Y en su pecho muere Y en su pecho muere Y en su pecho muere La femineidad.


INFECUNDIDAD ¿Me mintieron los médicos? ¿Fue un error de lectura? ¿De recuento mal hecho? La verdad es que a Dios Gracias Todo salió perfecto. Me nació una gran niña Una bella muchacha De carita de nácar Y cabellos de miel. Una niña risueña Que sonríe a la noche Y que al día le canta Con son de ruiseñor. Me mintieron los médicos! Que me sigan mintiendo! Que me sigan leyendo Mis progenies así, Porque así el mundo entero Seguirá recibiendo Mil caritas de ángel Con encanto gentil.


KAREN ADRIANA Llegaste a mi vida cuando no te esperaba Y cuando en la lejanía solo eras ilusión; Mas violando las leyes de las probabilidades Te cruzaste en mi senda llenándome de amor. Te imaginaba lejos, tal vez hasta imposible Pero tenía fe, mucha confianza en Dios Ya que creía a ciegas en la Divina Fuerza Que desde el firmamento nos infunde el señor. Por eso un día de octubre viniste del Arcano Con el sutil misterio que te dio el Hacedor, A iluminar mi vida, a brindarme tu encanto, A colmarme de gozo y a darme tu calor.


Poesia de Saul Sanchez Toro