__MAIN_TEXT__
feature-image

Page 1

Sociedad Científica Española de

Criminología

®

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

Al servicio de la ciencia, la justicia y la sociedad


Sociedad Científica Española de Criminología

Sociedad Científica Española de

Criminología

®

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

SUMARIO • Suicidio mediante policía, por Ricardo Magaz........................................ 4 • Delitos resueltos por la huella de la oreja...... 7 • Criminología vial, nueva ciencia, por Javier Durán.......................................... 10

Al servicio de la ciencia, la justicia y la sociedad

• Violadores, perfil criminal, por Patricia Alcaraz...................................... 13

Gaceta divulgativa de la Sociedad Científica Española de Criminología ®

• La mutación del terror salafista, por Pedro Baños.......................................... 17

Fundada en 1980 | Segunda época. Número 126

• Las drogas pasan factura. FAD.................... 20

Edita: Sociedad Científica Española de Criminología (SCEC). Entidad jurídica de ciencias criminológicas y criminalísticas, y naturaleza filantrópica, creada en 1980 en Madrid y refundada en 2008. Ministerio del Interior: Grupo 1, Sección 1, Reg. 591808. CIF: G-85608818 Sede de la Sociedad Científica Española de Criminología (SCEC) Calle Carretas, 31, 1º 28012 Madrid Móviles corporativos 24 horas: 609111265 – 681272662 Tel.:+(34)915313152 scec@cee.uned.es info@scec.es criminologia.scec@gmail.com www.scec.es Punto infor. Sociedad Científica Española de Criminología (SCEC) UNED. Oficina 09 scec@cee.uned.es Ciudad Universitaria. Edificio UNED paseo de Senda del Rey, s/n 28040 Madrid www.scec.es Consejo editorial: Junta directiva y Comité Científico de la SCEC Fotografía: SCEC, José Luis Fernández, Juan Ortiz y agencias Departamento de publicidad: Empresa concesionaria nacional concertada para el número 126 de Gaceta SCEC: “Sección de comunicación y cobros publicitarios, S.L.” CIF: B-87920765 Calle Luis I, núm. 80, 3ª planta. 28031 Madrid | Tel: 902767559 636742025 direccion@secciondecomunicacion.es Diseño y maquetación: “Sección de Comunicación publicitarios, S.L.” Impresión: Imprenta Gráficas CRM, S.L. Depósito legal: M-6532-2020 Canal oficial de la SCEC en You Tube: https://www.youtube.com/channel/UCECrixRTN9y92jwzyFfTtxA/videos?disable_ polymer=1

• Los delitos de odio y su especial consideración, por Lucio Toval...................... 21 • La criminología como herramienta de la investigación policial, por Carlos Fernández.....25 • Psicópatas criminales................................... 28 • Instituto Universitario General Gutiérrez Mellado de la UNED.................................... 31 • La amenaza de las nuevas drogas, por Arturo Pereira........................................ 34 • Convenios oficiales suscritos por la SCEC..... 36 • Las técnicas de interrogatorio policial, por Beatriz de Vicente de Castro....................37 • El crimen de Laia, por José Carlos Fuentes................................ 43 • La cara más brutal de la Red....................... 45 • Grandes urbes y seguridad, por Pablo Enrique Rodríguez........................ 48 • El valor probatorio de las huellas dactilares, por José Manuel Estébanez.......................... 51 • Caso Pablo Ibar, cadena perpetua, por Carlos M. Merino................................... 54 • Un policía detrás de la “operación matar a Franco”, de Alejandro Gallo..................... 58

EDICIÓN. La revista Gaceta de la Sociedad Científica Española de Criminología es una publicación periódica y plural, de carácter científico-filantrópico cuya opinión no tiene que identificarse necesariamente con la opinión expresada por los autores de los textos y firmantes. ARTÍCULOS. Como revista de ciencias criminológicas, criminalísticas y otros ámbitos de interés en la materia, los artículos publicados han pasado el escrutinio de revisión por pares como método para evaluar su calidad y rigor. PUBLICIDAD. El Departamento de publicidad, concertado para este número 126 de la revista, está concedido en exclusiva a la compañía “Sección de Comunicación y cobros publicitarios, S.L.”, titular del CIF: B-87920765. Las gestiones sobre publicidad deben realizarse, por consiguiente, con esta empresa concesionaria nacional. Los agentes publicitarios, de telemárketing, comerciales o visitadores pertenecen en exclusiva a la sociedad “Sección de Comunicación y cobros publicitarios, S.L.”, no siendo miembros de la SCEC. SE CONCEDE PERMISO DE REPRODUCCIÓN. Todo escrito o artículo publicado pertenece a la humanidad, respetando la ley. En consecuencia, se autoriza la reproducción total o parcial, con fines no venales, de cualquiera de las partes del contenido literario de esta revista; sólo se exige indicar con claridad su origen, autor y titular del copyright.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

3


Sociedad Científica Española de Criminología

Suicidio mediante policía: morir matando Un comportamiento manipulador en el que la víctima precipita su propio homicidio a manos de los agentes Por Ricardo Magaz

E

l suicidio mediante policía, Suicide by cop, en inglés, es una práctica más corriente de lo que pudiera parecer. Un estudio realizado por el Journal of Forensic Science en 2009 demuestra que un tercio de los tiroteos en los que se ve envuelta la policía de Estados Unidos, con muerte del atacante, son por esta modalidad. Básicamente, consiste en que una persona despliega una actitud amenazante ante los agentes que les obligue a disparar en legítima defensa de su vida o la de terceros. En suma, una forma de comportamiento manipulador en la que la víctima precipita su propio homicidio. Hay, no obstante, otra modalidad aún más violenta de Suicide by cop, conocida como síndrome de Amok, donde el suicida se lanza a un rally criminal indiscriminado en el que mata a todo el que pilla por delante hasta que acaba abatido por las fuerzas de seguridad. 4

El profesor Ricardo Magaz, autor del artículo

Suicidio por mano ajena El suicidio mediante policía, también llamado suicidio por mano ajena, no se da únicamente en EE.UU. En España ya pasó. Uno de los primeros casos acreditados sucedió en la Puerta del Sol de Madrid en 2010, aunque el homicida quedó malherido y no murió. La Policía Municipal tuvo que disparar varias veces contra

Santiago Manjón, de 34 años, quien reconoció que asaltó a los agentes cuchillo en mano con la intención de que acabaran con su vida. “Estaba desesperado y quería que me

“Está demostrado que a 6,4 metros, un arma blanca es tan letal como una de fuego”

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

“La legítima defensa indica el derecho a la propia vida y la obligación de preservarla” mataran; yo no tenía valor para hacerlo”, admitió posteriormente a preguntas del fiscal durante el juicio. Uno de los últimos casos de probable suicidio mediante policía ocurrió en agosto del año pasado en la comisaría de la policía autonómica en Cornellá. El argelino Abdelouahab Taib, de 29 años, se presentó en el recinto policial a las 6 de mañana armado con un cuchillo de dos palmos. Una vez dentro de las dependencias se lanzó directamente a degollar a la agente de guardia. El desenlace ya es conocido: cayó abatido mortalmente después de que la policía esquivara las primeras envestidas, le diera el alto y finalmente disparara contra él, según da testimonio la nota oficial del gabinete y el video de las cámaras de seguridad.

“Martirologio” Este episodio es muy interesante para su estudio desde el punto de vista de la ciencia criminológica. Y lo es porque se producen una serie de cir-

Una agente del CNP realiza prácticas de tiro en la galería

Varios expertos analizan para la televisión un atentado suicida

cunstancias paradigmáticas. La más significativa viene a sugerir un suicidio disfrazado de “martirologio”. Es decir, un suicidio encubierto para tratar de pasar por héroe y ocultar su posible homosexualidad que al parecer no aceptaba en su fuero interno. La ex esposa de Ab-

delouahab firmó en su declaración ante la policía que éste le había revelado sus relaciones con otros hombres y que, a resultas, temía ser rechazado por la comunidad musulmana. De la misma manera le había confesado sus impulsos suicidas debido a la situación.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

5


Sociedad Científica Española de Criminología

“Los suicidas con el Síndrome de Amok se lanzan a un rally criminal indiscriminado matando a todo el que pillan por delante” Así, una de las hipótesis más plausibles acerca del móvil sería el de la “redención”. En la cultura musulmana el suicidio está reprobado y acaso por ello Taib ideó una acción En la imagen, el volumen Criminalidad y globalización en el que se analiza el hecho criminal y las organizaciones violentas que operan al margen de la de “pseudoinmolación” con ley: bandas, cárteles, redes, clanes, mafias, terroristas…. El libro, editado por tintes de ataque terrorista inIUGM-UNED, se ha convertido en un referente en la materia para los agentes esperado. Con este modus policiales, tanto en España como en Latinoamérica operandi la efectividad del suicidio se presentaba casi dificultad añadida del factor obligación de preservarla. Luesegura. Morir matando. sorpresa para el funcionario. go, todo indica que la agente de policía del caso Abdeloua“Regla Tueller” En España el código deontohab Taib salvó su vida in exlógico policial dicta que los Desde la década de los 80 agentes deben actuar siem- tremis y probablemente la de se enseña en el ámbito poli- pre bajo el principio de con- muchos de sus compañeros y cial la “regla Tueller de los gruencia, oportunidad y ciudadanos. Nunca un peligro 21 pies” o situación límite de proporcionalidad. O sea, ido- sin otro se vence. autodefensa. Esta pauta pu- neidad del medio utilizado, que ramente técnica explica que a la intervención sea necesaria y * Ricardo Magaz es profesor 21 pies, o lo que es lo mismo que la defensa resulte propor- de Fenomenología Criminal en 6,4 metros, un arma blan- cional a la agresión sufrida. IUGM-UNED y miembro del ca es tan letal como una de En las academias policiales se CNP. Autor de tratados y ensafuego. Un policía necesitaría repiten día tras día estas pre- yos, actualmente preside la Socomo mínimo 1,5 segundos misas a los alumnos. El respeto ciedad Científica Española de para disparar su pistola, de a la vida y a la integridad fí- Criminología. Ha formado parte munición o electrochoque, sica de las personas. También, del grupo de trabajo del Obsertiempo en el que el agresor como es lógico, el instituto ju- vatorio de Tráficos Ilícitos y Repuede recorrer esa distancia rídico de la legítima defensa: des Criminales del Real Instituto o incluso una mayor, con la el derecho a la propia vida y la Elcano. 6

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

Delitos resueltos por la huella de la oreja Avances identificativos en la investigación criminal mediante otogramas

C

reen que todo lo que debían saber sobre los avances de la policía científica lo han visto en las teleseries CSI? Se equivocan. Si hubieran asistido a un juicio que se celebró en la Audiencia de Gerona habrían descubierto el creciente papel que, en la identificación de criminales, especialmente de ladrones de viviendas, juegan los otogramas, que es como técnicamente se conocen las huellas de las orejas. Policías y forenses españoles son referentes en el uso de este tipo de huellas a escala mundial. De hecho, estas impresiones han permitido numerosas sentencias condenatorias en España, donde un grupo de médicos forenses y policías han elaborado un

“El uso de las huellas de oreja se basa en que no hay dos iguales, como las dactilares”

El médico forense y profesor Aitor Curiel, miembro fundador de SECCIF, mostrando Esquemas del otograma o huella de la oreja

sistema de clasificación de las mismas pionero por el que se ha interesado el FBI estadounidense.

Delincuentes georgianos En el proceso judicial de Gerona contra una banda de ladrones georgianos los policías presentaron como pruebas siete huellas de orejas que habían encontrado en

puertas de viviendas que estos habían asaltado. En concreto, los delincuentes dejaron las huellas cuando pegaron la oreja en las puertas para escuchar si había ruidos dentro y saber así si había alguien en los pisos. Tras analizar las siete huellas encontradas y compararlas con las orejas de los miembros de la banda, los policías demostraron de forma concluyente

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

7


Sociedad Científica Española de Criminología

“La policía posee bases de datos de huellas de oreja, conocidas como otogramas” que los rastros correspondían a dos de los acusados: Daviti Geladze y Giorgi Mumladze, alias el Dandi, jefe del grupo.

No hay dos orejas iguales El uso de las huellas de las orejas como elemento identificativo se basa en que, al igual que ocurre con las dactilares, no hay dos orejas iguales. Es decir, no existen dos seres humanos que tengan las orejas idénticas (ni siquiera en el caso de los gemelos monocigóticos). Aunque la técnica llegó a España a principios del 2000, el aumento en los últimos años de los robos en viviendas ha multiplicado su empleo entre los policías. También pueden recuperarse estas huellas de las culatas de los fusiles, pues la oreja se apoya allí en el momento de disparar. “Si apoyamos la oreja en una superficie dejamos un rastro de sudor y restos sebáceos del pabellón auditivo”, explican fuentes de la policía científica, que añaden que “esos restos no se ven a simple vista pero pueden ser recuperados

8

Funcionario de Policía Científica extrayendo huellas

El doctor Aitor Curiel junto a otro médico forense, examinando el cadáver momificado del general Prim, exhumado para determinar los motivos de su muerte violenta en 1870

mediante los mismos reveladores que las huellas dactilares”. Eso sí, no todos los rastros valen. “No siempre la huella está completa o es utilizable. Solo las empleamos cuando podemos recuperarlas bien”, dicen esas fuentes policiales.

Validez judicial “La huella de una oreja tiene hoy, a nivel de identificación, la misma validez judicial que una huella dactilar o la odontológica”, asegura el forense y médico especialista en medicina legal Aitor

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

“La huella de una oreja tiene la misma validez judicial que una dactilar u odontológica” agrega que en una ocasión llegaron a saber que un sospechoso llevaba rastas.

Universidad de Alcalá Algunos de los 11 puntos identificativos de la oreja

Curiel, miembro fundador de la Sociedad Española de Criminológica SECCIF, que junto a otros dos expertos del Cuerpo Nacional de Policía ha desarrollado un sistema pionero de clasificación de huellas de orejas. Curiel, que ha analizado más de 3.000 orejas, sostiene que científicamente está probado que es imposible que haya dos de estos órganos iguales. Por eso, si se obtiene una huella de una oreja, puede cotejarse con el pabellón del sospechoso cuando este es detenido. Entonces, la policía hace que el arrestado coloque su oreja sobre un vidrio, del que se extrae el dibujo.

Coincidencias El método de Curiel y sus colegas del CNP determina los puntos en que debe darse la

coincidencia entre la huella encontrada y la huella de la oreja del sospechoso tomada por la policía. Son entre siete y nueve. Si coinciden, la identificación es definitiva. “Muchas veces basta con superponer ambas imágenes para saber si coinciden o no”, añade este experto, que ha sido invitado por el FBI a su sede en Quantico (Virginia) para explicar su tesis. Pero no es esa su única utilidad. “Hemos desarrollado un método que, por la inclinación de la huella de la oreja y la altura a la que está, se puede determinar la altura de la persona. Y en las huellas puede quedar marcado el rastro del pelo, en el caso de que ésta lo lleve largo, o si tiene piercings o pendientes”, explica el profesor Curiel, que

Varios investigadores de la Universidad de Alcalá (Madrid) desarrollan un proyecto que incluye la creación de un manual con fotos de los diferentes tipos de orejas, sus características y su frecuencia entre la población española. Este proyecto se desarrolló junto a profesionales de la Comisaría General de la Policía Científica y del Servicio de Criminalística de la Guardia Civil y forma parte de un programa más amplio que comprende el estudio de la morfología de la toda la cara. El proyecto recibe subvención del Instituto Universitario de Investigación en Ciencias Policiales, impulsado por el CNP y dependiente de la Secretaría de Estado de Seguridad del Ministerio del Interior y de la Universidad de Alcalá. (*) Artículo redactado a partir del texto de Antonio Baquero, fuentes abiertas y datos propios de la Sociedad Científica Española de Criminología.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

9


Sociedad Científica Española de Criminología

Criminología vial, nueva ciencia Cualquiera, en un momento determinado, puede convertirse en un homicida Por Javier Durán

H

e pasado más de quince años en el Servicio de Criminalística de la Guardia Civil (SECRIM) estudiando evidencias y muestras de todo tipo de casos para saber cómo se habían cometido, localizar a quienes lo habían hecho y ponerles a disposición judicial. Durante todo ese tiempo, en cada suceso, no me quedaban dudas del “cómo”, que era lo que estudiábamos, sino del “porqué” y “qué” había en la mente de quien cometía esos atroces crímenes, convencido de que cualquiera, en un momento determinado, podía convertirse en un criminal. Hubo un caso que me llamó especialmente la atención; el de Joaquín Ferrándiz Ventura, “Ximo Ferrándiz”, el asesino y violador de Castellón, que cometió cinco delitos de violación y asesinato por los que fue condenado a 69 años de prisión y en cuya investigación tuvo especial relevancia 10

El criminólogo Javier Durán, autor del artículo

la aportación del psicólogo y criminólogo Vicente Garrido Genovés, uno de mis mentores, perfilador criminal con el que entablé amistad y con el que he tenido la oportunidad de trabajar en varias ocasiones. A raíz de situaciones así, decidí hacer un Máster en Psicología Criminal, que me convenció, pero con el que no quedé demasiado satisfecho, así que decidí estudiar la carrera de Criminología.

Delincuencia vial A partir de ahí transformé mi carrera profesional y sin abandonar la Criminalística me dediqué al perfil criminal

“Si un suceso puede evitarse, no debe llamarse accidente”

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

y victimológico, formándome cada día más, participando en congresos y reuniones de criminólogos. En uno de ellos conocí a dos compañeros que se dedicaban a la “Criminología Vial” y me ofrecieron colaborar con aportaciones de mis conocimientos en Criminología y en Criminalística de “accidentes de tráfico”, que fue una de mis ocupaciones en el SECRIM. Debemos partir de la base que, si un suceso puede evitarse, no debe llamarse accidente; por tanto, el “accidente de tráfico”, desde el punto de vista de la Criminología Vial debe llamarse siniestro vial. Así hablamos de “siniestralidad en las carreteras” y al que lo causa, una vez comprobado que no se trata de un accidente, bien puede llamársele delincuente vial y como tal merece todo el estudio de la Criminología. Nace así la Criminología Vial, que estudia el perfil criminológico del delincuente vial, el victimológico de las víctimas y la Criminalística del suceso que

“La penas deben agravarse en determinados casos”

Expertos procesan la escena de un suceso vial

estudia cómo ocurrió para determinar las responsabilidades del supuesto delincuente.

Cambio penal Estoy convencido que algunos sucesos mal llamados “accidentes de tráfico”, con consecuencias muy graves y con penas irrisorias para los culpables, deberían tratarse de otro modo desde el punto de vista penal. Esa es una de nuestras mayores pretensiones y que el tratamiento a las víctimas de siniestros viales sea también el adecuado. Para llegar a esto se ha creado el Observatorio en Criminología Vial y desde él llevamos a cabo varias acciones como dar formación a cuerpos policiales en Criminalística y Criminología Vial,

educación en colegios y otros centros, contactos con las Administraciones afectadas, elaboración de perfiles criminológicos de los supuestos criminales viales, asistencia a víctimas, elaboración de informes periciales y campañas de concienciación. Las herramientas que se utilizan para todas nuestras pretensiones son científicas, basadas en diferentes ciencias como la Criminología, Victimología, Psicología, Medicina Legal y Forense, varias áreas de la Criminalística, etcétera. Entendemos por tanto que la Criminología Vial debe ser considerada como una ciencia más en auxilio de la investigación del siniestro vial o de tráfico, que se puede poner al servicio de cuerpos policiales encarga-

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

11


Sociedad Científica Española de Criminología

Concienciación

dos de la investigación, de las compañías de seguros y de los tribunales encargados de hacer Justicia. Sería en este sentido, una Ciencia Forense más. Debemos tener en cuenta que el número de víctimas causado en siniestros viales sigue siendo muy elevado a pesar de las múltiples campañas de concienciación realizadas por la Administración, muy superior al número de víctimas de cualquier otro tipo delictivo. Por ello debe tener otra consideración muy diferente a la que tiene ahora en la vía penal y administrativa, ya que lo que se está haciendo actualmente no produce los resultados deseados de “siniestralidad cero”. La Criminología Vial debería tenerse muy en cuenta en las campañas que tienen esa pretensión.

12

Espero que con este artículo haya dado unas pinceladas que sirvan para conocer los principios y pretensiones de la Criminología Vial y la gran importancia que tiene. Me gustaría que nos concienciásemos de ello cada vez que nos sentásemos al volante y tuviésemos en cuenta que un vehículo mal conducido o en malas condiciones, puede convertirse en un arma mortal para los demás y para nosotros mismos. Las normas de circulación están muy bien hechas, en general, y se deben cumplir. En la mayoría de los siniestros viales se observa que se han producido por incumplir alguna de ellas. Son muy pocos los casos en los que se determina que ha

“La Criminología Vial debe tenerse en cuenta en las campañas” sido realmente un accidente; es decir, que en casi todos los casos, se podría haber evitado si se hubiesen cumplido las normas de circulación, muchas de las cuales son de lógica aplastante. * Javier Durán es físico criminalista, investigador forense y criminólogo. Graduado en Ciencias Criminológicas y licenciado en Ciencias Físicas, ha trabajado en el Servicio de Criminalística de Policía Judicial de la Guardia Civil, donde ejerció como analista forense y portavoz del mismo. Colabora en materia de seguridad en TVE y otros medios de comunicación.

Agentes de tráfico custodian un cadáver en la vía pública

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

Violadores, perfil criminal La violación como acto de dominación y humillación Por la doctora Patricia Alcaraz

P

ara muchos especialistas, una persona que decide violar a otra no es alguien “obsesionado” por el sexo ni busca la violación para procurarse placer sexual. Si viola es porque ese acto representa para él la forma de sentir sobre otro el poder de una dominación física total y de una humillación psicológica extrema. Por eso para el violador suele ser fundamental que la persona abusada esté indefensa. Según la Red Nacional Contra la Violación, el Abuso y el Incesto (RAINN, por sus siglas en inglés), en EE.UU. se producen aproximadamente 293.000 agresiones sexuales

“Para el violador suele ser fundamental que la persona abusada esté indefensa”

La doctora y forense Patricia Alcaraz Torres, autora del artículo

al año. El 68 por ciento de ellas jamás son denunciadas, y un aterrador 98 por ciento de los violadores jamás pisará la cárcel. La violación es un acto de violencia y poder, y los casos en que un asaltante solitario ataca a su víctima resultan en cierto modo más fáciles de comprender que los ataques en grupo. El shock que sufre la gente cuando se producen estos crímenes se

multiplica cuando los violadores son jóvenes, ya que el público queda con frecuencia desconcertado ante tanta violencia.

Violadores en grupo El New York Forensics, un equipo de práctica que evalúa asuntos criminales para los juzgados, incluyendo las agresiones sexuales, explica

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

13


Sociedad Científica Española de Criminología

Se duda que exista una planificación estratégica en la mayoría de violaciones en grupo realizadas por hombres jóvenes y también se duda que esos jóvenes mantengan fantasías explícitas de violación.

Violencia espontánea

El violador busca la dominación extrema de la víctima para sentirse poderoso

que los violadores en grupo y los violadores solitarios normalmente presentan perfiles psicológicos muy diferentes. En el caso de las violaciones en grupo, suele tratarse de adolescentes. Precisamente los adolescentes formando grupo pueden ser los seres humanos más peligrosos. Existe algo relacionado con su psicología social que podría contextualizar comportamientos violentos en grupo que de otro modo resultarían inexplicables. El violador individual, por el contrario, que sufre lo que podríamos denominar un desorden parafílico -es decir, disfruta con la violación o fantasea con ella- es un tipo de persona completamente dif-

14

erente. Este tipo de violador parafílico es alguien que piensa en la violación de forma consciente y obsesiva, “trabaja de forma independiente y es un experto a la hora de encontrar mujeres en lugares ‘propicios’. Normalmente se sienten excitados con lo que hacen y disfrutan provocando pánico o miedo. La violación es algo que les excita, algo sobre lo que fantasean”.

“Los hombres que cometen violaciones en grupo pueden sentirse más preocupados por su reputación como “machos dominantes” que por la víctima”

En ocasiones, la violencia cometida por jóvenes adolescentes es espontánea. Se trata de un brote agresivo altamente impulsivo que surge en el momento, hasta cierto punto espoleado por las circunstancias. Pero, ¿qué factores motivan la violencia sexual? El factor del grupo actúa como importante motivador para que los individuos hagan cosas que de otro modo no harían. Estando solos es posible que ni se les pasara por la cabeza cometer una violación, pero el grupo actúa como refuerzo. Es más fácil unirse a las acciones de otras personas, “especialmente si necesitas sentirte aceptado y todos los demás miembros deciden hacerlo”. Puede parecer extraño, pero se necesita más valor para marcharse, para alejarse corriendo de la situación, que para hacer algo tan terrible.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

En la imagen, algunos de los violadores españoles más famosos: Santiago del Valle, Pedro Jiménez, Valentín Tejero y José R. Salvador

Uno de los motivos por los que las violaciones en grupo con frecuencia son perpetradas por jóvenes es el miedo a ser juzgados por sus compañeros. Es probable que el hecho de que les puedan arrestar o acusar de cometer ese delito ni se les pase por la cabeza, ya que el propio grupo establece su propio siste-

“Los violadores disfrutan provocando pánico y humillación en sus víctimas”

ma de valores y juicio. “Desde su punto de vista, puede haber consecuencias a largo plazo si se echan atrás. Les tacharán de ‘cobardes’ o ‘maricones’, o de cualquier otro adjetivo peyorativo que quieran usar”.

Ausencia de empatía

reacción adversa. Una vez que sus padres o el sistema de justicia los atrapa, pueden sentir culpa o arrepentimiento. “Los que parecen no sentir culpa o remordimientos pueden ser personas antisociales o incluso psicópatas, lo que les convierte en chicos más peligrosos”.

Para quienes disfrutan con el terror que provoca la violación, cometerla refuerza sus deseos. Pero para esos chicos, si poseen alguna capacidad de sentir empatía, la violación puede provocar una

El lóbulo frontal es donde se ubican las funciones de ejecución, como por ejemplo la distinción entre el bien y el mal. Si forman parte de un grupo que contiene algún elemento antisocial (psicopata) y si hay presencia de drogas o

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

15


Sociedad Científica Española de Criminología

alcohol... También observamos estos comportamientos en las fraternidades universitarias. La proliferación de violaciones en los campus universitarios es un ejemplo de cómo a veces los jóvenes, especialmente cuando están en grupo, cometen agresiones sexuales violentas.

Violador individual serial Los especialistas coinciden en que no hay un cuadro patológico preciso del violador, dado que no suelen ser enfermos mentales y sus historias clínicas no revelan un porcentaje mayor de patología psiquiátrica que los que se encuentran en la población en general.

(58,3 por ciento); padres y/o cuidadores con adicción al alcohol (31,7 por ciento); una asociación de desempleo con bajos recursos económicos para la satisfacción de sus necesidades básicas (58,3 por ciento); haber presenciado violencia (71,7 por ciento); y haber sido sometidos a abusos físicos, emocionales y sexuales entre los 6 y los 14 años (86,7 por ciento). Muchos entendidos en la materia señalan que estas humillaciones les dejaron como secuela principal un gran odio y la necesidad de vengarse sobre otros tan indefensos como alguna vez lo fueron ellos. El problema

es que, a diferencia de otras patologías, los violadores no siempre tienen cura. No sólo por falta del tratamiento adecuado sino, más que nada, porque no sienten culpa por lo cometido. De hecho, los delincuentes de este tipo tienen un pronóstico reservado y requieren un cuidadoso tratamiento y un estricto control posterior dado el alto riesgo de reincidencia.

* Patricia Alcaraz Torres es doctora especialista en medicina legal/forense y en valoración del daño corporal. Colabora como analista en la materia en medios de comunicación.

Los estudios realizados sobre los violadores seriales han demostrado que suelen tener como característica en común una personalidad psicopática de base. Provienen en general de familias con serios fallos de educación en valores y en algunos casos, ellos mismos han sido violados cuando eran pequeños. Los recuerdos de los entrevistados se remontaban a padres y/o cuidadores víctimas de violencia conyugal 16

Las secuelas en las mujeres violadas pueden llegar a marcar su vida

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

La mutación del terror salafista Actualmente los terroristas son jóvenes radicalizados y manipulables Por Pedro Baños

E

l terrorismo islamista se ha convertido, por desgracia, en tema de sobremesa en los países europeos. Pero mientras estos ataques están consiguiendo el objetivo de incrementar el odio y los comportamientos xenófobos dentro de nuestras sociedades, no vendría mal volver a plantearse ciertas cuestiones de base: por qué se llevan a cabo y quién mueve los hilos de este entramado de violencia transcontinental.

Daesh y el “califato” relevan a Al Qaeda Las revueltas árabes de 2011 marcaron un antes y un después en el último siglo. Sirvieron de germen para el autodenominado Estado Islámico, conocido como Daesh o IS. Lo que empezó como un movimiento local en Túnez, se extendió a Siria e Irak, donde antiguos miembros del ejército y los servicios de inteligencia de Sadam Husein aprovecharon la confusión de la situación para autoproclamar un nuevo pseudo Estado. La

En la imagen, el coronel Baños, autor del artículo

creación de este “califato” es un hito dentro del terrorismo salafista-yihadista que ni siquiera encuentra precedente en su antecesor, Al Qaeda. En este contexto, más de 60 países se aliaron para detener el avance de Daesh y, con Estados Unidos a la

“En muchos casos los terroristas no son practicantes religiosos, sino adeptos nuevos”

cabeza, emprendieron severas medidas militares contra los territorios ocupados. Este momento fue decisivo para desencadenar la ira de Daesh contra Occidente. La relación entre los hechos es clara: a medida que países como Reino Unido y Francia bombardeaban los territorios ocupados por el IS y utilizaban sus fuerzas de operaciones especiales en esos escenarios, se producían los primeros ataques terroristas contra países europeos.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

17


Sociedad Científica Española de Criminología

Para las primeras acciones en Europa, el IS empleaba a combatientes procedentes de Siria e Irak, al menos para la organización y dirección de las células terroristas. Sin embargo, al intensificarse la seguridad en las fronteras, tanto entre Siria y Turquía como en toda la Unión Europea, Daesh se vio obligado a cambiar su estrategia, e intentó movilizar a musulmanes residentes en los propios países europeos o incluso con nacionalidad europea. Este ha sido el caso de los autores de los atentados de Barcelona y Cambrils.

Los nuevos perfiles de los terroristas El perfil de los terroristas suele coincidir con personas que se sienten frustradas, que se ven sin salidas o marginadas, en ocasiones pequeños delincuentes. Gente joven que está buscando su camino y es, por tanto, muy influenciable y manipulable. La falta de identidad suele ser uno de los principales motivos. Son inmigrantes de segunda o tercera generación que no saben a dónde pertenecen, que no se identifican con la sociedad que les cobija y les sostiene, pero a los que tampoco les queda ningún vínculo con sus países de origen. El terrorismo les da nuevas esperanzas, les engrandece, les convierte en héroes y, en definitiva, les mo18

Los atentados de Barcelona y Cambrils evidenciaron el perfil manipulable de los terroristas

tiva para seguir viviendo hasta que llegue la hora de morir por una causa que consideran superior. A pesar de la obvia relación entre el salafismo-yihadismo y el islam, se da la paradoja de que en algunos casos los terroristas no son practicantes religiosos, sino adeptos relativamente nuevos y, por tanto, mucho más fáciles de radicalizar y fanatizar. A menudo, los atacantes no están motivados por los verdaderos propósitos del IS, que a veces incluso desconocen, sino por un deseo de glorificación y reconoci-

“España es un objetivo simbólico de primera magnitud para los terroristas”

miento individual, cuando no por mero inconformismo. En países como Francia o Reino Unido, el IS intenta debilitar las bases democráticas de la sociedad y conseguir que la población presione a los dirigentes para detener las acciones militares contra el territorio ocupado. Pero más allá del deseo de venganza, ¿qué pretende el Daesh? ¿Y por qué atacar a un país como España que no juega ningún papel relevante en los escenarios bélicos de Siria e Irak? Este grupo terrorista considera que nuestras sociedades han entrado en un bucle de decadencia y depravación, mientras que ellos se consideran los defensores de unos valores puros e inamovibles. El terrorismo que estamos sufriendo

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

tiene una base salafista. El salafismo proviene de la palabra “salaf” que significa “ancestro” o “predecesor”, y eso es exactamente lo que el IS quiere, recobrar los momentos de gloria del islam y las creencias puras de sus antecesores. Y lo pretende conseguir a través del yihadismo, que hace referencia a la guerra santa y a la determinación de combatir a todos aquellos que no coincidan con sus pensamientos, incluyendo a los musulmanes que no quieran adherirse a esta visión rigorista y extrema de la religión.

Origen marroquí en los atentados de Barcelona Dentro de este marco, España es un objetivo simbólico de primera magnitud, ya que todavía representa los siglos de mayor esplendor del islam. Al Andalus simboliza la pureza del islam que ellos defienden. Un islam sin contaminar por los “infieles” cristianos, y en el que ellos ostentaban el poder y la sabiduría. El ansia por recuperar los territorios de Ceuta y Melilla cuadra a la perfección en este deseo de volver a sus tiempos de gloria. Esto explicaría en parte por qué los terroristas abatidos en Cataluña eran marroquíes, o de origen marroquí, y no procedentes de Oriente Medio, como en casos anteriores. La cercanía geográfica permite

El libro “Así se domina el mundo”, de Pedro Baños. Un best seller que analiza las claves de la geoestrategia mundial donde la ciencia geopolítica viene cobrando una importancia capital en las relaciones entre países

a estos chicos, muy jóvenes, identificarse fácilmente con las exigencias del IS. Más de la mitad del medio millón de musulmanes que residen en Cataluña son marroquíes, junto a unas 30.000 personas de origen marroquí nacionalizadas como españolas. Además, la mitad de los centros de culto salafista de España están en Cataluña, por lo que captar a miembros de esta comunidad se vuelve fundamental para el IS y crea un caldo de cultivo idóneo para que puedan extender sus tentáculos. Es esencial no olvidar los términos salafista-yihadista porque en ellos reside la esencia de los terribles actos de violen-

cia que Europa está sufriendo. Entender lo que se oculta tras ellos permite no meter en el saco del terrorismo a los más de mil seiscientos millones de musulmanes, también víctimas de estos actos de fanatismo. Y, sobre todo, debe ayudarnos a no caer en su trampa y no darles el gusto de dejar que nuestros principios democráticos se resquebrajen. Cada mensaje de odio en las redes sociales, es un pequeño triunfo para los terroristas. * Pedro Baños es coronel, analista geopolítico y experto en terrorismo. Fue jefe de Contrainteligencia y Seguridad del Ejército Europeo en Estrasburgo. Es autor del best seller “Así se domina el mundo”, entre otras obras. Dirige el programa “La mesa del coronel”.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

19


Sociedad Científica Española de Criminología

20

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

Los delitos de odio y su especial consideración Amenazas, lesiones, daños o asesinatos motivados por intolerancia

L

Por Lucio Toval Martín

as instituciones internacionales en defensa de los derechos humanos, como Naciones Unidas, a través del Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial (CERD), especialmente desde la Declaración y el Programa de Acción de Durban (2001 y 2009); la Unión Europea, a través de la Agencia de Derechos Fundamentales (FRA); la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE), a través de la Oficina para las Instituciones Democráticas y los Derechos Humanos (ODIHR) y, finalmente, el Consejo de Europa, por medio de la Comisión Europea contra el Racismo y la Intolerancia (ECRI), cuyas recomendaciones de política general e informes sobre los diferentes Estados miembros son la base de la jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos en la materia, han expresado desde hace años su preocupación por la efectiva investigación de los delitos cometidos por motivos de odio y discriminación, así como por la debida atención a sus víctimas.

Definición En este sentido debemos recordar la definición de delito de odio que se fraguó por la Oficina para las Instituciones Democráticas y los Derechos Humanos (ODIHR) en su undécima reunión del Consejo de Ministros celebrada en Maastricht en diciembre de 2003: “(a) Cualquier infracción penal, incluyendo infracciones contra las personas o las propiedades, donde la víctima, el local o el objetivo de la infracción se elija por su, real o percibida, conexión, simpatía, filiación, apoyo o pertenencia a un grupo como los definidos en la parte;

En la imagen, el profesor y jurista Lucio Toval Martín

(b) Un grupo debe estar basado en una característica común de sus miembros, como

su raza real o perceptiva, el origen nacional o étnico, el lenguaje, el color, la religión, el sexo, la edad, la discapacidad intelectual o física, la orientación sexual u otro factor similar.”

“Los delitos de odio no deben ser considerados como crímenes ordinarios”

Esta definición, cuando hace referencia a la expresión “grupo social” de pertenencia de una víctima, se basa en una característica común de sus miembros, como su “raza”, real o percibida, el origen na-

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

21


Sociedad Científica Española de Criminología

Delitos de odio pueden ser por lo tanto cualquier delito que tiene por objetivo una persona en razón de sus características percibidas (…)

Delito de odio en el Código Penal

El racismo es una de las principales causas de los delitos de Odio

El delito de odio o fomento de la violencia contra grupos o personas determinadas por motivos racistas, étnicos, ideológicos, religiosos, etc., pretende proteger el respeto al diferente, sometiendo las libertades de expresión e intelectuales, a un principio superior: “la igualdad y dignidad de todos los ciudadanos”. Las conductas que castiga el tipo básico del delito de odio son las siguientes:

Manifestantes secesionistas insultan a los agentes de la Guardia Civil

cional o étnico, el lenguaje, el color, la religión, la edad, la discapacidad, la orientación sexual, u otro factor similar. Igualmente, la Agencia de Derechos Fundamentales de la Unión Europea (FRA) en el recientemente publicado Handbook on European non-dis22

crimination law (Manual en Europa de la Ley de no discriminación) especifica que: “Delitos como amenazas, lesiones, daños o asesinatos motivados por intolerancia hacia ciertos grupos sociales son descritos como delitos de odio o delitos de prejuicio.

a Quienes públicamente fomenten, promuevan o inciten directa o indirectamente al odio,  hostilidad,  discriminación o violencia contra un grupo, una parte del mismo o contra una persona determinada por razón de su pertenencia a aquél, por motivos racistas, antisemitas u otros referentes a la ideología, religión o creencias,  situación familiar, la pertenencia de sus miembros a una etnia, raza o nación, su origen nacional, su sexo,  orientación o identidad sexual, por razones de género,  enfermedad o discapacidad. b) Quienes produzcan, elaboren, posean con la finalidad

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

de distribuir, faciliten a terceras personas el acceso, distribuyan, difundan o vendan escritos o cualquier otra clase de material o soportes que por su contenido sean idóneos para fomentar, promover, o incitar directa o indirectamente al odio, hostilidad, discriminación o violencia contra un grupo, una parte del mismo, o contra una persona determinada por razón de su pertenencia a aquél, por motivos racistas, antisemitas u otros referentes a la ideología, religión o creencias, situación familiar, la pertenencia de sus miembros a una etnia, raza o nación, su origen nacional, su sexo, orientación o identidad sexual, por razones de género, enfermedad o discapacidad. c) Públicamente nieguen, trivialicen gravemente o enaltezcan los delitos de genocidio, de lesa humanidad o contra las personas y bienes protegidos en caso de conflicto armado, o enaltezcan a sus autores, cuando se hubieran cometido contra un grupo o una parte del mismo, o contra una persona determinada por razón de su pertenencia al mismo, por motivos racistas, antisemitas u otros referentes a la ideología, religión o creencias, la situación familiar o la pertenencia de sus miembros a una etnia, raza o nación, su origen nacional, su sexo, orientación o

El profesor Lucio Toval durante una clase del Curso de Crimen Organizado Transnacional (IUGM-UNED), coordinada por la Sociedad Científica Española de Criminología

identidad sexual, por razones de género, enfermedad o discapacidad, cuando de este modo se promueva o favorezca un clima de violencia, hostilidad, odio o discriminación contra los mismos.

Penas El delito de odio viene previsto en el Código Penal, artículo 510, castigando las anteriores conductas con la PENA DE PRISIÓN DE UNO A CUATRO AÑOS y además con la PENA DE MULTA de 6 a 12 MESES.

“Los homenajes públicos organizados en la calle a terroristas de ETA son delitos de odio”

Estas penas se impondrán en su mitad superior cuando los hechos se hubieran llevado a cabo a través de un medio de comunicación social, por medio de internet o mediante el uso de tecnologías de la información, de modo que, aquel se hiciera accesible a un elevado número de personas. El Tribunal Supremo en sentencia de 9 de febrero de 2018, declara lo siguiente: «sanciona a quienes fomentan promueven la discriminación, el odio o la violencia contra grupos o asociaciones por distintos motivos que son recogidos en el precepto. El elemento nuclear del hecho delictivo consiste en la expresión de epítetos, calificativos, o expresiones, que contienen un mensaje de odio que se transmite de forma genérica.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

23


Sociedad Científica Española de Criminología

lar pero que no se incardinan dentro de ningún tipo penal. Para estos últimos, se ha utilizado el título de “hechos de carácter no penal con fines de odio y discriminación”. La principal razón que se busca con la inclusión de este punto es intentar conocer la realidad social del discurso de odio en sus distintas vertientes, no solo en el ámbito penal.

Un policía nacional yace en el suelo

Se trata de un tipo penal estructurado bajo la forma de delito de peligro, bastando para su realización, la generación de un peligro que se concreta en el mensaje con un contenido propio del “discurso del odio”, que lleva implícito el peligro al que se refieren los Convenios Internacionales de los que surge la tipicidad (…) El tipo penal requiere para su aplicación la constatación de la realización de unas ofensas incluidas en el discurso del odio pues esa inclusión ya supone la realización de una conducta que provoca, directa o indirectamente, sentimientos de odio, violencia, o de discriminación. De alguna manera son expresiones que, por su gravedad, por herir los sentimientos comunes a la ciudadanía, se integran en la tipicidad». 24

En cuanto a la tipicidad subjetiva, el Tribunal Supremo declara que: «…no requieren un dolo específico, siendo suficiente la concurrencia de un dolo básico que ha de ser constatado a partir del contenido de las expresiones vertidas; el dolo de estos delitos se rellena con la constatación de la voluntariedad del acto y la constatación de no tratarse de una situación incontrolada o una reacción momentánea, incluso emocional, ante una circunstancia que el sujeto no ha sido capaz de controlar».

Terminología odiosa Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad no solo recogen datos sobre discurso de odio que puedan tener una sanción penal, sino también aquellos otros que utilicen una terminología de mal gusto o simi-

En cuanto a si estamos ante un contenido ilícito o si es libertad de expresión es interesante citar la Sentencia 112/2016 del Tribunal Constitucional, de 20 de junio, donde se recoge que “solo supone una legítima injerencia en el ámbito de la libertad de expresión de sus autores en la medida en que puedan ser consideradas como una manifestación del discurso del odio por propiciar o alentar, aunque sea de manera indirecta, una situación de riesgo para las personas o derechos de terceros o para el propio sistema de libertades”. Nota del autor: *Según datos de la Secretaría de Estado de Seguridad y tríptico del CNP sobre estos delitos de odio. *Lucio Toval Martín es doctor en Derecho y profesor de Investigación Criminal en varios institutos universitarios de la UNED. Miembro del Comité Científico de la Sociedad Científica Española de Criminología, fue profesor de Derecho Constitucional en la Academia de Policía Nacional

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

La criminología como herramienta de la investigación policial Los cuerpos policiales aplican métodos científicos para resolver los casos Por Carlos Fernández

L

a progresiva vinculación de la investigación policial con la Criminología ha marcado un claro y demandado proceso de modernización, aportando a esta función policial el carácter científico e interdisciplinar necesario. El mayor grado de vinculación se ha producido, principalmente, en materias como biología, química, balística, trazas instrumentales o grafística, entre otras. Actualmente, en cualquier investigación de un hecho criminal como pueda ser un homicidio o una agresión sexual, no se duda de la necesaria intervención de los Equipos técnico-forenses de Laboratorio o Científica para la recogida de indicios biológicos, lofoscópicos, fibras, trazas o residuos de disparo, principalmente, para realizar los estudios correspondientes. Estas disciplinas criminalísticas están perfectamente integradas dentro de la investigación policial, siendo inconcebible actualmente gestionar un hecho delictivo grave y no contar, desde las primeras fases de la investigación, con los recursos

que aportan las especialidades referidas. Este grado de vinculación no se ha producido en la misma medida con otras disciplinas criminológicas que estaban pasando más desapercibidas en el desarrollo de una investigación criminal. Pero no sólo una vinculación como último recurso para la investigación cuando se encuentre en “punto muerto” o posteriormente a su resolución como mero estudio, sino una integración en los protocolos de investigación desde el inicio de la misma.

Criminal profiling Nuevamente, el cine y series televisivas tan famosas como “Mentes Criminales”, son las que suscitan el interés y ponen de moda a los “Criminal profiling”. La Psicología Criminal como herramienta de apoyo a la investigación, a pesar de parecer algo nuevo, tanto Guardia Civil desde 1994, como el Cuerpo Nacional de Policía

desde 2010, disponen de las denominadas Unidades Centrales de Análisis de Conducta, en las que Policías Nacionales y Guardias Civiles, titulados en psicología o criminología, trabajan apoyando a las Unidades de Investigación. Su fundamentación en métodos y técnicas científicas aleja la percepción de “procesos visionarios” que en ocasiones se tiene respecto a esta labor, convirtiéndose en una gran aportación empírica a la investigación criminal.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

25


Sociedad Científica Española de Criminología

“Todo investigador debe alejarse de los prejuicios propios”

Psicología del testimonio Otra materia a desarrollar en la investigación policial, sería la Psicología del testimonio. La complejidad e interdisciplinariedad de la labor policial, tiene un claro ejemplo en la Un agente de Criminalística de la Guardia Civil toma muestras en el escenario obtención de testimonios, esde un delito pecialmente con las víctimas. Compatibilizar un testimonio pormenorizado e inmediato Un perfil criminal basado en personalidad, si se trata de un al suceso traumático, con la la escena del crimen, en el criminal organizado o desorevitación de episodios de semodus operandi y firma del ganizado (metodología in- gundas victimizaciones, supoautor, en un estudio victimo- ductiva F.B.I.), grado de plani- ne, además de experiencia, la lógico del caso, o en el com- ficación y control, diversidad necesidad de envolverse en el portamiento y característi- de agresiones, maniobras de conocimiento de esta materia cas geográficas del criminal despersonalización sobre la para tener garantías de éxito. (Teoría del círculo Canter y víctima, actos realizados de Debemos tener en cuenta que Larkin 1993), podrán inferir precaución y aproximación…, en numerosas ocasiones el una serie de características son sólo algunos de los ele- testimonio es la única prueba sobre el autor que facilite su mentos que los perfiles crimi- de la que dispone la investigaidentificación y posterior de- nales pueden aportar a la in- ción. Establecer su exactitud tención. Determinar la parti- vestigación. Un claro ejemplo que podrá contener errores cipación en la escena de uno del reconocimiento de esta (omisión o comisión), estimar o más atacantes, el tipo de necesidad es el hecho de que la credibilidad siendo conovinculación víctima-autor, si la Dirección General de la cedores de circunstancias tan pudiera encontrarse bajo los Guardia Civil ha desarrolla- influyentes como pueda ser la efectos de algunas sustancias do las Unidades Centrales de metamemoria, o discernir enestimulantes, patologías de la Análisis del Comportamiento tre realidad y fantasía, será reDelictivo, con la creación de levante para la consideración Unidades a nivel autonómico, de un testimonio en el conde manera que se pueda cum- texto de la investigación (Di“La psicología del plir un objetivo tan demanda- ges y Alonso-Queculty, 1993). testimonio es un do y necesario como es el de Tampoco podemos olvidar, al importante elemento en servir de apoyo directo y más igual que ocurre con la esceinmediato a las Unidades de na del crimen, la necesidad de la investigación” Investigación. “no contaminar”, evitando su26

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

gestiones inducidas externamente. Asimismo, teniendo en cuenta que una de las primeras misiones que la LeCrim. establece a la función policial, respecto a la investigación del hecho delictivo, es su comprobación, será de gran interés contar con herramientas que nos ayuden a detectar el engaño. Conocimientos sobre la observación de la comunicación verbal, gestual y las diferentes respuestas psicofisiológicas, nos aportará instrumentos muy importantes en esta misión.

Interpretaciones

Imagen de portada del volumen “La mente criminal” del profesor Vicente Garrido

Parafraseando al filósofo Friedrich Nietzsche, “no hay hechos, sino interpretaciones” y pensando que no vemos con nuestros ojos, sino con nuestro “yo”, para finalizar hago referencia a un aspecto relevante de lo que considero el núcleo principal de todo el proceso de investigación: EL INVESTIGADOR. Hemos visto la importancia que tiene el estudio psicológico, tanto del criminal (perfiles), como de las víctimas y testigos (testimonios). También será muy interesante en lo que respecta a algunos aspectos del investigador, realizar una introspección, una especie de “autoperfilación”, para conocer la posible predisposición a determinados sesgos, como consecuencia de nuestras propias preconcepciones, creencias, experiencias o expectativas. La necesidad de

confirmar nuestros propios prejuicios o creencias, puede conducirnos, sin ser conscientes de ello, a buscar o sólo tener en cuenta una información determinada, incurriendo en el denominado sesgo confirmatorio. Incluso, cuando la hipótesis considerada ha quedado desacreditada, persistir en ella nos hará caer en el sesgo de perseverancia. También nos puede ocurrir que sobreestimemos nuestro criterio, llevándonos a incurrir en otro sesgo como es de la confianza excesiva (“La cantidad de experiencia no es importante al lado de lo que se ha aprendido de ella” Dr. Paul. L. Kirk). Significar, por último, que en este artículo he hecho referencia sólo a algunos conocimientos de la Criminología,

centrados en la Psicología, que considero deberían impregnar la investigación policial, pero también podríamos referirnos a disciplinas forenses como puedan ser la Entomología, la Patología o la Antropología, entre otras. La intervención, desde un primer momento, de Equipos de Investigación Multidisciplinar, serían las estructuras encargadas de aplicar los diferentes conocimientos de la Criminología a la Investigación Criminal. * Carlos Fernández es jefe de un Equipo de Homicidios y Delitos contra las Personas de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil. Graduado en Criminología por la Universidad de Salamanca, es asimismo Negociador para situaciones de toma de rehenes.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

27


Sociedad Científica Española de Criminología

Psicópatas criminales Los más importantes asesinos en serie españoles

C

arlos Berbell y Salvador Ortega, autores de “Psicópatas criminales: los más importantes asesinos en serie españoles” (Ed. La Esfera de los libros) reflexionan sobre las diferencias entre el asesino made in Spain y los cinematográficos psicópatas americanos, ¿por qué son distintos? Así, explican que cuando los agentes especiales del FBI, John Douglas y Roy Hazelwood, inventaron la clasificación de asesinos en serie organizados y asesinos en serie desorganizados no estaban más que traduciendo al lenguaje policial los conceptos psiquiátricos de psicópata y psicótico. Asesinos con o sin orden. “Necesitábamos una terminología que no estuviera basada en la jerga psiquiátrica para definir a los diferentes tipos de delincuentes y que los agentes de la policía y de otras fuerzas de seguridad lo entendieran”, reveló Robert K. Ressler, compañero de Douglas y Hazelwood en la Unidad de Ciencias del Comportamiento del FBI, los “profilers” o perfiladores criminales del Buró, en su libro “I have lived in the Monster”. 28

Personalidad psicótica “De nada sirve decirle a un agente que lo que está buscando es una personalidad psicótica si ese agente no tiene formación en psicología; necesitábamos hablar a la policía en términos que ellos pudieran entender y que eso les ayudara en su búsqueda de asesinos, violadores y otros criminales violentos. En vez de decir que una escena del crimen mostraba pruebas de una personalidad psicopática empezamos a decir al agente que la escena del cri-

men estaba “organizada” y así era el posible delincuente (un psicópata), mientras que en otra el responsable podía ser un “desorganizado”, cuando algún desorden mental -esquizofrenia o psicosis- estaba presente”. Los tres agentes admitieron, más tarde, su sorpresa por la fuerza con que arraigó la mencionada clasificación gracias, en parte, a películas como “El silencio de los corderos”, de la que Ressler fue asesor. Pero pronto se dieron cuenta de que no era perfecta porque el delincuente a veces es organi-

Portada del libro del periodista de investigación Carlos Berbell y el policía Salvador Ortega, con prólogo de José Antonio G. Andrade

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

zado, a veces desorganizado y la mayor de las veces “mixto”. Es decir, que presenta rasgos de ambos, de organizado y de desorganizado. ¿Quiere decir esto que estaba cuerdo cuando comenzó el delito y luego entró en circunstancias anómalas?

Diferencias entre asesinos españoles y anglosajones En nuestra historia reciente tenemos un caso de asesino en serie mixto: Manuel Delgado Villegas, “El Arropiero”, a quien se le dio por psicótico, por loco en el lenguaje de la calle. Sin embargo, “Manolito” elaboraba en sus crímenes coartadas de una inteligencia notable de forma natural, aún siendo casi analfabeto. Lo sabe bien Salvador Ortega, inspector y criminólogo, que investigó oficialmente durante años los 48 asesinatos que se le atribuyeron a “El Arropiero”. La línea que separa a unos, los psicópatas, de los otros, los psicóticos, no es en absoluto diáfana. Personajes como Hannibal Lecter o “Buffalo

“Los asesinos en serie se agrupan en cazadores, tramperos, merodeadores y pescadores”

El periodista Carlos Berbell es especialista en investigación criminal, en temas jurídicos y de tribunales, materias que imparte asimismo en la Universidad Camilo José Cela

El inspector y criminólogo Salvador Ortega fue quien investigó durante años los crímenes de Manuel Delgado “El Arropiero”, considerado el mayor asesino en serie español, al que se le atribuyen 48 asesinatos

Hill”, los protagonistas secundarios de la mencionada obra, no son más que arquetipos extremos entre los que se encuentran la gran mayoría, los lobos con piel de cordero

que habitan entre nosotros y que viven apariencia de normalidad. La clasificación del FBI, exportada a todo el mundo, está bien para comenzar, para

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

29


Sociedad Científica Española de Criminología

humano es el mismo en los cuatro puntos cardinales, ya sea chino, ruso, sudafricano, colombiano, estadounidense o español.

Hannibal Lecter, psicópata violento y antropófago, en el filme El silencio de los corderos

abrir boca, para iniciarse, pero existen otras, como la de Holmes y DeBurger, cuya tipología está enfocada sobre las motivaciones que les empujan (visionarios, misioneros, hedonistas orientados hacia la comodidad, hacia la lujuria, hacia el control y el poder y hacia la emoción), o como la de Erick Hickey, psicólogo social, que parte desde el análisis de la movilidad (asesinos en serie transeúntes -los asesinos del rifle de Washington- o asesinos en serie locales). Sin olvidar la aportación del ex agente de la Policía de Canadá, Kim Rossmo, que los agrupa en cuatro categorías: cazadores, tramperos, merodeadores y pescadores.

no son más que diferentes caras de la misma pirámide, la de la psicopatía criminal. De un problema que nos afecta a todos, como sociedad. Si de algo está sirviendo el proceso de globalización mundial es para descubrir que el ser

¿Qué hacemos con ellos? ¿Dónde los ponemos? ¿Es lícito soltar a un lobo en medio de un rebaño de corderos? ¿Debe anteponerse su derecho a la libertad, una vez cumplida la condena, o el derecho de la sociedad a la seguridad? Tarde o temprano tendrán que encontrarse respuestas a estos dilemas. Y más vale que sea temprano. En “Psicópatas criminales: los más importantes asesinos en serie españoles”, Carlos Berbell y Salvador Ortega nos dan pistas sobre una materia que conocen muy bien.

Respuesta a los dilemas Existen algunas otras categorías igual de respetables que

30

La criminología es una ciencia empírica e interdisciplinaria que tiene como objeto el estudio del delincuente, el lugar de los hechos, el delito, las conductas desviadas o la víctima, entre otros aspectos

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

Instituto Universitario General Gutiérrez Mellado La investigación científica como objetivo principal

E

l Instituto Universitario General Gutiérrez Mellado de la UNED nació en 1997 por iniciativa del Ministerio de Defensa para honrar la memoria del teniente general y vicepresidente del Gobierno que le da nombre, y con el fin de abordar en aquellos momentos la carencia en el ámbito universitario español de este tipo de estudios, hasta entonces prácticamente desarrollados en centros de enseñanza militares. La Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) aceptó el reto y aportó su prestigio y su sistema de enseñanza.

Investigación científica La investigación científica es el objetivo básico del Instituto y se perfila como su principal actividad. Las investigaciones sobre temas de paz, de seguridad y de defensa se caracterizan por la confluencia de las más diversas disciplinas cien-

servicios de edición de la Universidad o del Ministerio de Defensa.

tíficas y sociales: Ciencia Política, Sociología, Economía, Historia, Psicología, Geografía, Derecho, Antropología, Filosofía, Criminología, Estadística, Demografía, etcétera. Estas materias se proyectan asimismo sobre la enseñanza universitaria de posgrado. La investigación y las reflexiones que se generan se difunden posteriormente en el ámbito científico. Los resultados se canalizan tanto a través de publicaciones del propio Instituto como por medio de los

Por lo que respecta al profesorado del IUGM, éstos han sido elegidos, dada la alta especialización de las materias impartidas, entre los mayores especialistas en los temas de paz, seguridad y defensa que forman parte del claustro docente de las diversas facultades de la UNED y de campus universitarios españoles, Fuerzas Armadas, ministerios, cuerpos de seguridad del Estado o inteligencia, entre otros organismos.

Estudiar en el IUGM El Instituto organiza programas de especialización, másteres oficiales, cursos propios de la universidad y doctorado que ofrecen formación a profesionales que requieran un conocimiento específico sobre estas materias.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

31


Sociedad Científica Española de Criminología

Volumen de Fernando Puell de la Villa sobre el general y vicepresidente del Gobierno Manuel Gutiérrez Mellado

factores como el terrorismo global, la criminalidad, la inseguridad económica y financiera, la vulnerabilidad energética, la proliferación de armas de destrucción masiva, las ciberamenazas o los flujos migratorios no controlados, sin olvidar los que actúan de catalizadores como las disfunciones que origina la globalización, los desequilibrios demográficos, la pobreza y la desigualdad, el cambio climático, los peligros tecnológicos o las ideologías radicales o no democráticas.

Expertos universitarios Los cursos de Especialización y Experto Universitario del Instituto son muy apreciados por los profesionales del sector: FFAA, FFCCS, analistas de la seguridad pública y privada, la inteligencia, el derecho y otros ámbitos de interés en la materia.

El equipo directivo del IUGM en un acto homenaje

Así, la inteligencia, la seguridad en el Mediterráneo, el terrorismo yihadista, la gestión internacional de crisis, la ciberseguridad, el derecho internacional humanitario o el crimen organizado transnacional son, entre otros, cursos de posgrado que se imparten 32

en el Instituto. Por lo que respecta al programa específico de doctorado, se investiga sobre aquellos aspectos que afectan a la seguridad exterior, no centrándose solamente en los conflictos armados, sino analizando más

Estos cursos están ideados para contribuir al desarrollo del conocimiento sobre cuestiones estratégicas relevantes

“Doctorados, másters, cursos de especialista y experto universitario son algunas de las enseñanzas que se imparten en el IUGM”

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

y promover el estudio y la deliberación sobre la seguridad nacional e internacional, todo ello con el respaldo académico que supone la selección del profesorado y la acreditación universitaria que otorga la obtención de un título propio de estas características. Cabe citar en este sentido, por añadir un ejemplo ilustrativo de la oferta docente del Instituto, el Curso de Experto Universitario en Crimen Organizado Transnacional y Seguridad cuyo profesorado está compuesto por miembros de las FFCCSE, las FFAA, la criminología y la universidad. Este curso cuenta con colaboración de la Sociedad Científica Española de Criminología (SCEC), en virtud de convenio oficial suscrito en 2009 con UNED.

Inicio de curso en el salón de actos

Otras actividades El Instituto también promueve y organiza debates, seminarios, conferencias, coloquios y encuentros, que estimulan y facilitan la relación entre la reflexión teórica y los problemas concretos que se derivan de la paz, la seguridad y la defensa. El IUGM dispone asimismo de una biblioteca que, en su condición de biblioteca sectorial de la UNED, forma parte del sistema de la red de bibliote-

Edificio donde se encuentra el IUGM en la calle Princesa, 36 de Madrid

cas de la universidad y permite a sus usuarios disponer de todos sus recursos, fondos y servicios. Persigue como objetivo principal servir de apoyo a la docencia y a la investigación del Instituto, procurando satisfacer las necesidades de información e investigación de sus alumnos de posgrado y especialmente de su personal docente e investigador.

Su fondo está especializado en los temas de paz, seguridad, defensa y cooperación internacional y cuenta con cerca de 9.000 volúmenes. Dispone, asimismo, de más de un centenar de títulos de publicaciones periódicas, siendo posible el acceso a las versiones on-line que hubiera utilizables.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

33


Sociedad Científica Española de Criminología

La amenaza de las nuevas drogas Las drogas cambiarán, pero no las razones por las que existen Por Arturo Pereira

E

s bien sabido que las drogas han acompañado a la humanidad desde siempre. No hay cultura que no tenga sus propias drogas, y si no las tenían las compraban a sus vecinos. Es un hecho cierto que el ser humano en su búsqueda por ir más allá no siempre ha acertado con el camino correcto, o simplemente se ha desviado de él.

Drogas y sociedad La presencia de drogas en nuestras sociedades ha sufrido, lo mismo que estas, todas las vicisitudes propias del devenir humano. Unas veces exaltación, otras veces fue el rechazo, pero siempre hubo defensores del libre consumo de drogas de todo tipo y condición. Se puede afirmar sin temor a equivocarse que nunca ha habido un mensaje único en lo referente al consumo de drogas. Las posturas difieren fundamentalmente en virtud de los intereses de cada uno que se preste a manifestar su opinión. Creo que las drogas han estado y seguirán estando con 34

nosotros por mucho tiempo. No me atrevo a decir que se quedarán para siempre, pero el asunto no pinta nada bien. La cuestión se centra en intentar adivinar cómo serán esas drogas del futuro. Si tenemos en cuenta que su evolución, manteniendo al margen las clásicas heroína y cocaína, ha sido exponencial en los últimos años y su variedad se asemeja al gran Bazar de Estambul, podríamos concluir que pueden ser de cualquier forma.

En la imagen, el jefe de Policía y jurista Arturo Pereira, autor del artículo

Las drogas del futuro Quizás para aproximarnos un poco a lo que pueden ser las drogas del futuro debiéramos partir de aquello que es la base de su consumo, y no es otra cosa que sentirse estupendo y alejarse de una realidad mundana que nos ata y cosifica. En definitiva, una fuga de la realidad que no nos gusta a través de un sendero de placer.

Quizás las drogas del futuro no se basen en los tradicionales componentes químicos que tan desastrosos son para nuestro cuerpo tal y como queda acreditado cada vez que nos topamos con los adictos al consumo de tales sustancias. Aquí nos encontramos con otro concepto clave de las drogas; su adicción. Adicción que es lo mismo que decir esclavitud. Las drogas convierten en esclavos diariamente a personas que inician una nueva vida idealizada para ser vivida en un mundo irreal.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

Si pensamos detenidamente lo que está ocurriendo con el mal uso de determinadas nuevas tecnologías, vemos como se están utilizando para evadirnos de la realidad y al mismo tiempo están generando adicción. Por lo tanto, las nuevas tecnologías mal usadas generan nuevos yonkis y nuevos esclavos.

Nuevas adicciones Problemas con los adolescentes que han debutado en ludopatías, adultos que generan una dependencia de su móvil del que no pueden separase, son los comienzos de una nueva era en las conductas aditivas. Pero, considero que las drogas duras del futuro serán aquellas que nos permitan crear nuestra propia realidad virtual, desembarazarnos de nuestros problemas y responsabilidades cotidianas y encerrarnos en nosotros mismos mediante una falsa sensación de seguridad. Generarán más aislamiento y soledad, como toda droga, y lo que esto conlleva aparejado, deshumanizará aún más a una sociedad cada vez menos humana. No tendrán necesariamente consecuencias sobre nuestro cuerpo, pero sí sobre

“Las drogas han acompañado a la humanidad desde siempre”

El peligro real de la adicción a las nuevas tecnologías

Campaña de la FAD para prevenir drogodependencias

nuestra mente. ¿Quién renunciaría a crear su propio paraíso en la tierra?

compromiso. En definitiva, las drogas cambiarán, pero no las razones por las que existen.

De una cosa sí que estoy plenamente seguro. Alguien controlará el mercado de los artefactos necesarios para construir ese nuevo mundo. Y ese alguien ganará mucho dinero gracias a la irresponsabilidad, insolidaridad y falta de

* Arturo Pereira, Intendente Jefe de Policía, es doctor en Derecho, miembro correspondiente de la Real Academia de la Jurisprudencia y Legislación de España, criminólogo y colaborador de la Sociedad Científica Española de Criminología (SCEC)

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

35


Sociedad Científica Española de Criminología

36

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

Las técnicas del interrogatorio policial Revisión a los ojos de una criminóloga y abogada Por Beatriz de Vicente de Castro

P

odemos definir pregunta al sospechoel interrogaso de haber cometido torio policial, los hechos y por tanpartiendo de la fito, es de índole acunalidad del mismo satorio, realizándose (descubrir el demediante el cuestiolito, obtener una namiento sistemático confesión o datos de las negaciones o incriminatorios suresistencias del posible ficientes y detener autor. Las entrevistas, al autor), así como mantenidas de forma de la definición del más dialogada y conEn la imagen, la criminóloga y abogada penalista Beatriz término contenida versacional, se utilide Vicente, autora del artículo en el Diccionario zarán por el contrario con víctimas y testigos de la Real Acadecon la intención de opmia Española y de lo cual permite satisfacer, al su exclusiva aplicación a los menos en parte, a una de las timizar su memoria y obtener sospechosos de haber come- caras menos visibles de la cri- mediante diversos recursos (reconstrucción contextual, tido un crimen; como una minalidad, las víctimas. complementación de datos, serie de técnicas cognitivas y recuerdo invertido y cambio conductuales, entre las que Interrogar para conocer de perspectivas), el mayor priman diversos tipos de preguntas, dirigidas al principal El interrogatorio policial se número de datos posibles y investigado en una causa configura así como actividad de la mejor calidad, en relacriminal (presunto autor o tendente a la averiguación ción a los hechos objetos de sospechoso policial), con la del mayor número de datos la investigación. finalidad de esclarecer en su posibles en relación con el totalidad un delito y lograr la objeto de las pesquisas y en Escuelas confesión o declaraciones in- referencia concreta al princicriminatorias (groseramente pal investigado. En palabras Desde una perspectiva básifalsas o contrarias a los indi- del profesor González Álva- camente policial, existen dos cios existentes) y la detención rez J.L. (2015) se habla de grandes escuelas en torno al del autor del mismo. Todo “interrogatorio” cuando se método del Interrogatorio: Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

37


Sociedad Científica Española de Criminología

1.- En el método REID, la presión psicológica se aborda sobre el sospechoso mediante la creación de ansiedad para facilitar así la confesión. El sospechoso es ayudado a confesar, por ejemplo, cuando el investigador sugiere una versión de lo que ocurrió que minimice la culpabilidad del sospechoso, la inmoralidad o su anormalidad social. Los interrogadores pueden mentir a los sospechosos, por lo general respecto a las evidencias disponibles en contra del interrogado. Al igual que la mayoría de los otros estilos de interrogatorio de Estados Unidos, el método Reid pone énfasis considerable en la capacidad de los interrogadores para leer el “lenguaje corporal” del sospechoso (Dixon 2010). Este método de 9 pasos (confrontación positiva, desarrollo del tema, manejo de negaciones, objeciones inminentes, atención, pasividad, preguntas alternativas, detalles y declaración firmada), nació con la finalidad de realizar interrogatorios de forma eficaz y fue desarrollado por John E. Reid and Associates a través de un periodo de investigación y experiencia profesional de 50 años. El problema que plantea este método de interrogatorio po38

Agentes de policía interrogan a un sospechoso

licial es que en ocasiones y dependiendo de la rudeza del interrogador, pueden conculcarse derechos procesales (a guardar silencio, a no confesarse culpable, etc.), coaccionar al interrogado y someterle a un estrés cercano a la tortura o proponer pactos y acuerdos entre investigador-investigado que nuestro marco jurídico no aprueba, como promesas de reducción de condena o de un trato benévolo por parte de la Justicia. 2.- El método PEACE, acrónimo que recoge la esencia de esta técnica de entrevista/interrogatorio, (planear y preparar, explicar e involucrar, recuento, aclaración, cierre y evaluación) es especialmente empático con el entrevistado/ interrogado y garantista de los derechos de los investigados, pero en ocasiones poco eficaz cuando

los sospechosos son especialmente reticentes a colaborar en la investigación policial.

La mentira Con un buen entrenamiento y años de experiencia profesional creo que este método de interrogatorio puede establecer con cierto grado de éxito si un sujeto miente o no a partir de un amplio espectro de comportamientos físicos y verbales, conscientes e inconscientes observados y analizados en su conjunto (conducta verbal, respuestas divergentes, lenguaje corpo-

“Con el método PEACE se acepta utilizar la mentira no coactiva”

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

En la imagen, el inspector jefe Juan José Nieto con su equipo de análisis de la conducta

ral). Además, dentro de este tipo de interrogatorios se acepta utilizar la mentira y el engaño no coactivos; por ej. decir que el compañero detenido ha confesado, esto no sería ilegal en nuestro país al no encuadrar dentro de la coacción ni de las promesas o acuerdos que pueden inducir a error al interrogado). 3.- Así mismo existen diversos tipos de técnicas de comunicación en búsqueda de la verdad que podrían ser aplicables al interrogatorio policial (de hecho muchas integran el método REID), como la utilización de los silencios (ante estos se tiende a hablar),

la empatía con el interrogado, te comprendo (genera comodidad), minimizar las consecuencias del crimen cualquiera hubiera reaccionado igual (permiten ver la confesión como una salvación), apelar a la emociones, eres buen chico y a la espiritualidad te sentirás mejor (ayuda a que el interrogado se libere diciendo la verdad), señalar signos de mentira se te nota muy nervioso (esto aumentará la presión para decir la verdad), manifestar que conocemos la verdad tus compañeros ya han confesado, ofrecer versiones falsas para ver

si el interrogado las utiliza (demostrando con ello que miente). Técnicas todas ellas que bien aplicadas pueden ser muy efectivas, siendo así mismo respetuosas de los derechos que asisten a todo investigado en nuestro país.

Tortura A los métodos analizados, tristemente he de sumar la tortura, como técnica de interrogatorio que los nuevos tiempos de convulsión social en los que vivimos han revivido y ello pese a lo dispuesto en el marco internacional sobre derechos humanos donde

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

39


Sociedad Científica Española de Criminología

se prohíbe de forma contundente y rotunda el uso de la tortura. Nadie podrá ser sometido a tortura ni a penas o tratos inhumanos o degradantes esta máxima se contiene en la Declaración Universal de Derechos Humanos (…) No obstante, tras los atentados del 11 de septiembre, el uso de la tortura en los interrogatorios policiales a sospechosos de terrorismo se ha institucionalizado en países occidentales como EEUU y así el 17 de octubre del año 2006 el presidente en aquel momento, el Sr. George Bush, firmaba la Military Commissions Act, con la previa aceptación de 65 senadores (solo 34 votaron en contra) y 253 congresistas contra 168. Esta ignominiosa ley establece que “será legal la detención de una persona por tiempo indefinido y sin presentación de cargos, será legal el uso de pruebas obtenidas mediante coerción y serán legales prácticas de interrogatorio como la privación de sueño por períodos prolongados o exponer a los interrogados a bajas temperaturas” (Milena Costas Trascasas 2007).

Neoclasicismo Esta visión utilitaria del castigo y el empleo del sistema judicial como único medio de prevención (obviamente

40

el derecho penal siempre es el fracaso de la prevención), es una herencia de la escuela de la criminología clásica (S. XIX), aquella que renegaba de toda teoría etiológica del crimen y profesaba una explicación meramente situacional del mismo, el crimen es en consecuencia producto del mal uso de la propia libertad. Herencia de aquel pensamiento criminológico y social (el delincuente es un sujeto que sin condicionamiento alguno decide delinquir) es el llamado neoclasicismo que surge en la década de los 70 en el S. XX en los EEUU. Retornando con ello la idea del castigo, de la retribución de la pena y del control social, como principales y únicos medios eficaces de prevención del delito. Valga como triste ejemplo el limbo jurídico que ha supuesto la cárcel ilegal de Guantánamo (realmente un campo de torturas y confinamiento) que para vergüenza y espanto de muchos de nosotros, ha sido justificada y mantenida tras los atentados del 11/09/01, durante más de una década. Dicho lo anterior y aun aceptando que la tortura es una técnica de interrogatorio policial que muy a mí pesar no se limita a los “países tercermundistas”, ante las técnicas expuestas y por razones ob-

“En el campo policial y jurídico se trabaja a diario con la mentira y la ocultación” vias eliminado todo comentario respecto al uso de las torturas en interrogatorios policiales, no ya porque legalmente no son aceptados en nuestro país (el art 15 de la Constitución española garantiza el derecho a la integridad física, psíquica y moral de todo ser humano, impidiendo con ello el trato degradante en cualquiera de sus formas), sino por lo ineficaz de la tortura como método de obtener la verdad, dado que bajo coacciones, amenazas y abusos físicos y psíquicos cualquier persona admitiría el asesinato y violación de su propia madre, con tal de que el tormento cesara; como profesional del ámbito jurídico, en mi condición de abogada, creo que lo más acertado es utilizar un método ecléctico.

Lo mejor de cada casa Y así, el interrogatorio más eficaz en el campo jurídico (dejo toda valoración en el ámbito del interrogatorio policial a los profesionales de la investigación criminal), será aquel que mezcle, como

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

diríamos en términos vulgares, “lo mejor de cada casa”. Muchas técnicas del método REID resultan muy útiles en una sala judicial, como la utilización de los silencios (generan la expectación de una respuesta en los acusados y tiempo para recordar detalles y hablar a los testigos), la utilización del tono de voz (dependiendo de las inflexiones utilizadas se pueden generar diversos estados anímicos según el fin perseguido, incomodidad, relax, temor, etc.), la empatía con el interrogado (crea cercanía y facilita las declaraciones), minimizar las consecuencias del crimen (genera la opción de una explicación racional de los hechos protagonizados), apelar a la emociones, (facilita que el interrogado asuma el rol de que lo mejor es actuar correctamente), señalar signos de mentira (es una de las principales técnicas del buen interrogatorio judicial, contraponer al sujeto frente a sus contradicciones y mentiras). En el campo de la abogacía, existen cursos de oratoria, de convicción y asertividad y para interrogar, la propia ley de enjuiciamiento criminal establece los límites de un correcto interrogatorio. Y así en los arts 418 y 439 se regula la forma en que habrá de interrogarse a los testigos: Nin-

El valor del interrogatorio en el acto del juicio oral

gún testigo podrá ser obligado a declarar acerca de una pregunta cuya contestación pueda perjudicar material o moralmente y de una manera directa e importante, ya a la persona, ya a la fortuna de alguno de los parientes a que se refiere el artículo 416... No se harán al testigo preguntas capciosas ni sugestivas, ni se empleará coacción, engaño, promesa ni artificio alguno para obligarle o inducirle a declarar en determinado sentido.

“Nadie podrá ser sometido a tortura ni a penas o tratos inhumanos o degradantes”

Operadores jurídicos Como decía un profesor mío de derecho Penal (el ilustre Muñoz Conde) un juicio se gana o se pierde con un buen o un mal interrogatorio. Es muy habitual que, como la policía, los operarios jurídicos (jueces, fiscales y abogados) nos enfrentemos en sala o en los juzgados de instrucción a interrogatorios hostiles, con testigos adversos o incluso inveraces que ocultan, cuando no tuercen maliciosamente la verdad. Ni que decir tiene que lo mismo nos ocurre cuando ejercemos la acusación particular frente al imputado que además tienen derecho a no decir la verdad o cuando siendo defensa la víctima no es tal, o siéndolo aumenta deliberadamente la

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

41


Sociedad Científica Española de Criminología

La obtención de testimonios en el momento de la detención es importante para el interrogatorio posterior

apariencia victimal para conseguir algún beneficio. Quiero decir con esto que si hay un campo profesional donde se trabaja a diario con la mentira y la ocultación ése es el policial y el jurídico y en ambos un buen control y manejo de las técnicas (no coercitivas) de interrogatorio resultan de vital importancia para desarrollar nuestra labor con eficacia. Pero no sólo en el ámbito jurídico (especialmente el penal, muy cercano al marco policial), pueden ser de utilidad las técnicas de entrevista/ interrogatorio policial, estos métodos también son adaptados a otros campos profesionales como el empresarial y así he podido comprobar como en una página de autónomos y pequeñas empresas 42

se establecen las pautas para aplicar estas técnicas a los negocios y así se afirma que muchas técnicas policiales se utilizan desde hace tiempo en entrevistas con proveedores, en negociaciones comerciales, reuniones con empleados o selección de personal, etc. Remarcan entre los factores de interés en el campo empresarial y de los negocios, el contacto visual y físico con el interlocutor para generar un buen entendimiento, la aclimatación inicial con una conversación fluida que permita observar el lenguaje corporal y verbal del sujeto ante una situación cómoda, extremo que permitirá detectar su lenguaje fuera de esa zona de confort, el uso de los silencios, la escucha activa o el uso de pausas (…)

Tras lo expuesto puedo afirmar que los métodos propios del interrogatorio policial, con el entrenamiento dogmático necesario y la práctica que da la experiencia, pueden resultar de gran utilidad, no sólo en el marco de la investigación criminal, sino en otros ámbitos profesionales tan dispares como el derecho o los negocios. Llegando incluso a plantearme que muchas de estas técnicas son importantes herramientas que podemos utilizar para confrontar muchos de los retos que nos plantea de forma habitual la vida.

Referencias bibliográficas: -Herrero Herrero César (1997). Criminología. Parte General y Especial. Editorial Díaz de Santos. -González Álvarez José Luis & Sotoca Plaza Andrés (2015). Entrevista de Investigación: El Interrogatorio. Publicado por la UDIMA. -García-Pablos de Molina Antonio (2003). Tratado de Criminología. Editorial Díaz de Santos. -Declaración Universal de los Derechos Humanos (1948) -Ley de Enjuiciamiento Criminal (2015) (…) * Beatriz de Vicente de Castro es abogada penalista, letrada de Turno de Oficio, criminóloga y máster en Investigación y Análisis Criminal

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

El crimen de Laia ¿Conducta criminal psicótica desconectada de la realidad? Por José Carlos Fuertes

L

a descripción que nos han hecho del crimen de Laia es típica de la acción criminal que comete un psicótico. No hay sentido, no hay ganancia, no hay lógica, no hay una causa, pero el hecho se ha producido. Esa es precisamente la inconfundible conducta El doctor José Carlos Fuertes, autor del artículo criminal psicótica, es decir la que realiza un sujeto desconectaTrastorno mental severo do de la realidad y en un estado de enajenación mental. ¿Puede un sujeto inmerso en un trastorno mental severo Pero en este caso, y desde la llevar a cabo una conducta óptica psiquiátrico forense, organizada, con el objeto de las cosas se complican porocultar su acción criminal? La que el presunto asesino, que respuesta no puede ser otra dice no recordar nada de lo que negativa. Un psicótico o que pasó debido a su grave un sujeto gravemente intoxiintoxicación por sustancias, cado por drogas, habitualrealizó después del hecho una mente, no tiene la suficiente conducta tendente a ocultar el competencia mental para placrimen, limpiando la vivienda, nificar eficazmente una acción duchándose y disimulando los criminal compleja, ni tampoco rastros e indicios que le po- para ocultar pruebas, aunque dían incriminar. la existencia premeditación no

descarta de forma absoluta y total que el acto criminal se haya realizado en un estado mental gravemente patológico. Estoy seguro que mis compañeros forenses habrán practicado un estudio toxicológico del presunto agresor. Ese estudio será de capital importancia a la hora del juicio y de la sentencia. Si esta persona estaba severamente intoxicada lo tenemos que saber. También podremos conocer mediante el estudio del pelo si era un consumidor habitual de drogas o si el consumo era esporádico. Por último, podremos saber también mediante el estudio de ciertos marcadores como es la Transferrina baja en carbohidratos, si el presun-

“Se podrá conocer por el estudio del pelo si era consumidor habitual o esporádico de drogas”

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

43


Sociedad Científica Española de Criminología

sobre todo de un estudio longitudinal de la biografía previa a los hechos.

Consumo de drogas Para saber certeramente lo que ha ocurrido en el crimen de Laia tendremos que esperar a que los informes y las exploraciones que hayan practicado los médicos forenses nos den sus resultados. Un hombre es detenido por la policía en Vilanova (Barcelona), acusado de matar a la joven Laia, de 13 años

El doctor Fuertes analizando un crimen en el programa Espejo Público

to asesino era un enfermo dependiente al alcohol. Para lo que no tenemos marcadores biológicos, es decir pruebas objetivas, es para conocer si el presunto criminal actuó en un estado de anulación/disminución de la capacidad de comprender la ilicitud de su conducta y si actuó con arreglo a dicha comprensión, que es lo que en definitiva in-

44

teresa al jurista al ser las bases de la imputabilidad. Eso solo lo podemos inferir o deducir a través de una exploración psiquiátrica y psicopatológica meticulosa y estructurada, y

“El presunto asesino dice no recordar nada de lo que pasó”

Lo que sí se puede afirmar, sin que ello sean meras conjeturas, es que un sujeto intoxicado por cocaína, y probablemente también por alcohol, e incluso quizá por alguna otra sustancia más, sí es capaz de realizar conductas violentas de gran magnitud y complejidad y presentar después una amnesia completa de lo ocurrido. A pesar de los hechos tan terribles acontecidos en Vilanova y que a todos nos repugnan y entristecen, podríamos estar ante un caso de trastorno mental inducido por sustancias tóxicas (cocaína, alcohol y otras) que, a efectos forenses, disminuirá de forma más o menos importante las bases psicobiológicas de la imputabilidad del presunto autor del hecho. * José Carlos Fuertes Rocañín es médico psiquiatra, experto en medicina Legal y Forense. Autor de una veintena de obras sobre la materia, colabora como analista de sucesos en medios de comunicación.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

La cara más brutal de la Red Pornografía salvaje, venta de armas y drogas, sicarios, estafas o foros secretos en la red oscura

E

l concepto de red oscura o profunda, también conocida por su nombre original en inglés darknet, ha ido evolucionando con el tiempo desde su definición original. [] Basándose en las versiones más populares, se puede decir que la darknet es una colección de redes y tecnologías usadas para compartir información y contenidos digitales, que trata de preservar el anonimato de las identidades de quienes intercambian dicha información. Así, dentro de la darknet o internet profundo se puede conseguir literalmente de casi todo. Desde drogas o armas de cualquier tipo hasta lograr que un hacker haga parecer a una persona inocente como pedófilo. En la tarea imposible de hacer inventario del infinito, esto es una ínfima muestra, entre otras muchas posibilidades que omitimos en este trabajo con objeto de no dar muchas pistas a delincuentes y terroristas, ni las direcciones completas URL de los dominios de lo que se puede encontrar en la parte más oscura de la red: la darknet.

Cuadro sinóptico de los niveles que se pueden encontrar en la red oscuraprofunda darknet

Pedófilos adictos al hard candy Por su carácter anónimo, la darknet se convierte en el foro

ideal para que pederastas de todo el mundo compartan su material bajo el sobrenombre de hard candy. Si en algo coinciden la mayoría de los

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

45


Sociedad Científica Española de Criminología

son más seductores y se elimina cualquier escrúpulo a cambio de más dinero. Por 500 dólares extra, incluso hacen una foto del cadáver. Aunque hay mucho fake, los más serios piden el pago al terminar el trabajo.

Burundanga por 240 € el gramo En la imagen, un manager de desarrollo de software explica a los alumnos técnicas deontológicas

usuarios de la red oscura con la Policía, es en la persecución de las páginas que distribuyen pornografía infantil. También constituyen una parte importante las llamadas películas snuff, es decir, aquellas en las que se filman torturas, violaciones, asesinatos o suicidios por ejemplo. En menor medida, circulan otras excentricidades como vídeos escatológicos o incluso crush fetish, donde se maltratan y asesinan animales.

Dos mil euros por un rifle de francotirador Por tan sólo 81 céntimos de euro se puede adquirir los diseños para una impresora 3D de una pistola. “Imprime, dispara y destrúyela” es el lema que se encuentra en una página en el navegador Tor. En octubre de 2015 detuvieron en Japón a un joven acusado de fabricarlas y el Congreso de Estados Unidos ya las ha prohibido. En la página Executive (…) se encuentran armas más 46

tradicionales como escopetas o fusiles de asalto. El precio de un rifle de francotirador sería de unos dos mil euros. En el supermercado Evolution (…) se pueden adquirir otros objetos como granadas, trajes militares para evitar el gas, chalecos antibalas e incluso tarjetas de crédito que se convierten en una navaja.

Sicarios. Tu vida vale 4.600 € para un hitman Para alguien que viva en Europa, asesinar a un ciudadano español costaría unos 4.000 euros. Si la víctima viviera en Canadá o en los Estados Unidos, su muerte tendría una rebaja de 750 euros, aproximadamente. En la web Hitman (…) facilitada por la Guardia Civil, un grupo de tres sicarios asegura terminar el trabajo en un plazo de entre una y tres semanas. Sus únicas normas: políticos importantes y menores de 16 años no se tocan. Sin embargo, en otras webs los bitcoins (moneda virtual)

La droga que puede anular la voluntad de la gente también está presente en la darknet, aunque es difícil de conseguir. Un gramo de esta sustancia que parece esclavizar a las personas cuesta alrededor de 242 euros. Hay que tener en cuenta que con una dosis de entre cinco y diez miligramos ya se produce un efecto zombificador durante aproximadamente media hora en una persona adulta. En el supermercado Evolution (…), se encuentran en este momento cerca de 20.000 ofertas de todo tipo de drogas. Divididas por categorías, se puede encontrar no sólo esteroides, disociativos o estimulantes, sino también tabaco de contrabando y productos para muscularse. Además, la red oscura se dedica también a proveer de materias primas y utensilios a los cocineros que en ella se abastecen.

Pasaportes falsos por 2.650 € Como en muchos sitios de la red normal, en la darknet abundan las falsificaciones. La diferencia es que a las ya

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

conocidas imitaciones de ropa o perfume se unen ahora los documentos de identidad y el dinero. En la página Onion (…), una persona puede convertirse en ciudadano británico, por ejemplo, pagando 4.000 euros por un pasaporte falsificado. Eso sí, también se puede hacer uno lituano por 2.650 o sacarse un carnet de conducir noruego por 1.150. En cuanto al dinero, 10.000 dólares falsos en billetes de 20 costarían alrededor de los 1.300 dólares. Los falsificadores asegurar que su material tiene la máxima calidad en el tacto y apariencia, pero son vulnerables a pruebas de bolígrafo verificador. También se puede comprar directamente las planchas.

El Gobierno ha puesto en marcha a través del Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) el teléfono 017 para consultas sobre ciberseguridad, privacidad, protección de datos, confianza digital y uso seguro de Internet

Localizar a alguien por su teléfono móvil La red oscura, entorno natural de muchos hackers, ofrece asimismo todo tipo de servicios informáticos. Por ejemplo, algunas páginas aseguran poder realizar tareas como recabar información sobre la ex pareja o localizar a una persona por su teléfono móvil. No hace falta decir lo que podría

“Cabe la posibilidad de introducir material pedófilo en el ordenador de algún enemigo y luego denunciarlo”

El catálogo de delitos cometidos en el ámbito ciber es tan grande que las FFCCS han creado unidades especiales contra el cibercrimen

suponer esto para una mujer maltratada por ejemplo. También se ofrece por 500 euros la posibilidad de introducir material pedófilo en el ordenador de algún enemigo y luego denunciarlo. Además, pueden llevarse a cabo robos de cuentas bancarias y de PayPal, así como hackeo de correo electrónico y redes sociales. Incluso localizar a quien nos haya timado en la red oscura.

Así están las cosas en la cara más brutal de la Red. Si usted, amigo lector, sabe de direcciones donde se cometen delitos, póngalo en conocimiento de la policía. Lo puede hacer en un simple clic en www.policia. es/colabora.php (*) Artículo redactado por “Revista Sociedad Científica Española de Criminología” a partir de fuentes abiertas y datos propios.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

47


Sociedad Científica Española de Criminología

Grandes urbes y seguridad La ciudad global como motor de un nuevo modelo de seguridad Por Pablo Enrique Rodríguez Pérez

L

a ciudad, como idea de referencia en muchos aspectos de la vida de las personas es uno de los conceptos que más han evolucionado a lo largo de los últimos años, continuando su transformación en el futro más próximo. En la actualidad no podemos entender la metrópoli como la entendían nuestras anteriores generaciones: núcleos de población sin más criterios propios que el tener un número de habitantes, de ello dependía el título nobiliario de la urbe.

Elemento diferenciador En la mitad del siglo XX, se configuró la ciudad como un elemento diferenciador demográfico, económico y político, llegando en nuestro propio país a dictarse legislaciones nacionales que señalaban las peculiaridades de Madrid y Barcelona, a pesar de las políticas centralistas de la época, si bien no se llegó a po48

En la imagen, el comisario Pablo Enrique Rodríguez, director general de la Policía Municipal de Madrid, autor del artículo

líticas concretas de desarrollo de las mismas, sino a simples hechos formales y representativos, que no tenían ningún reflejo en las políticas de seguridad que pudieran tener en otro lugar del Estado, excepto por el número de agentes que se destinaban a las mismas. Es en los años 80 del siglo pasado, cuando se dan internacionalmente ideas sobre el nuevo paradigma de la seguridad, ampliándose conceptos

que atribuyen en un futuro, ya presente, el concepto biyectivo de la seguridad en cuanto a su naturaleza global, pero con incidencia especialmente urbana, y no podemos desdecir esta idea cuando los últi-

“Los terroristas atacan centros emocionales como Nueva York, Madrid, Londres, París o Barcelona

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

mos ataques terroristas tratan de influenciar en la desestabilización de la seguridad de los países, atacando su centro emocional básico como son sus principales ciudades: Nueva York , Madrid, Londres, París, Melbourne. Barcelona…

Desequilibrio social ¿Qué une a la mayoría de estas grandes urbes?, que todas ellas aparecen en el ranking de las 12 ciudades globales más importantes del mundo. Este es el nuevo concepto que debemos entender en las políticas futuras de seguridad, la noción de ciudad global como una entelequia propia de las políticas públicas legislativas y, más aún, cuando la idea de ciudad global no tiene como referencia única el ser capital política del Estado (Nueva York, Los Ángeles, etcétera). Las grandes ciudades actuales soportan, en un 2% del terreno mundial, el 50 % de la población del mundo, y en un plazo de 10 años pasarán a depender de los núcleos urbano globales el 60 %, lo que traerá consigo una característica unívoca de las urbes globales: el desequilibrio social, al igual que existe actualmente entre países y que obviamente no podrá tener políticas de seguridad que no sean propias, alejándose de modelos jurídicos estatales y unitarios.

Madrid, con más de tres millones y medio de habitantes, es una de las capitales más pobladas de la UE. Pese a ello, los operadores policiales vienen logrando altos niveles de seguridad

Ciudad Estado Las ciudades globales asumirán riesgos que en la actualidad absorben con carácter general los Estados, lo que podría evocar tiempos muy pretéritos: la ciudad feudal o la ciudad estado del Renacimiento. Entre los riesgos que las ciudades globales soportarán se encuentra la carga de una mayor presión financiera y las posibles pérdidas influirán en las macro estructuras del país y también en las relaciones internacionales. Los ataques terroristas y la ciberdelincuencia serán elementos desencadenantes de inestabilidad económica y social en las grandes localidades. Otro factor son las

migraciones internas, la expansión de mercados y el comercio entre ciudades, alejándose progresivamente de la tutorización del Estado. Ante este nuevo modelo, las políticas de seguridad no pueden estancarse en modelos ancestrales de más de un siglo con algunas innovaciones que se hagan coyunturalmente, según pasen los años que, en el caso de España, han sido francamente pocas, con el desgaste institucional del rendimiento que este modelo trae consigo. Ya no se puede hablar de referencias de seguridad públicas y privadas y, menos aún, de modelos que analizaban ya diarios como “Epoca”, en el año 1884, centralizados y descentralizados.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

49


Sociedad Científica Española de Criminología

sin que, en ningún caso, se pueda sustituir a la fuente que constituyen el pilar básico de certidumbre, que son los operadores de seguridad, siempre esenciales en estos planteamientos.

Nueva estructura de seguridad

Policía italiano, español y francés patrullan juntos las calles de Madrid durante la operación verano

La responsable de Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento de Madrid, el director general de la Policía Municipal y mandos corporativos de uniforme durante un acto

Seguridad criminal El canon de seguridad debe dirigirse en un futuro próximo (y considero que deberían de ser las líneas de estudio) en niveles de análisis y coordinación de la inteligencia de seguridad o criminal, como se denomina en la actualidad 50

Las nuevas dimensiones del conocimiento aportan nuevos conceptos como la “inteligencia artificial”, los “big data”, Internet…, que traen consigo que la estructuración de las políticas de seguridad tengan como pilar básico la recogida y análisis de información que nos aportan estos elementos

En esta nueva estructura de seguridad en los Estados, el cometido debe ser un nivel de planteamiento de políticas de dirección, realizando análisis de la información introducidas en los sistemas de seguridad por los diferentes operadores, especialmente aquellos desplegados de manera permanente en las ciudades, más si cabe en las metrópolis globales de manera singular, convirtiéndolo en inteligencia de seguridad y elaborando una planificación general y estratégica en cada caso, siendo el nivel operativo de ejecución competencia de los operadores locales y privados en su caso. (*) El Comisario Pablo Enrique Rodríguez Pérez es actualmente director general de la Policía Municipal de Madrid. Doctor en Derecho, fue director general de Emergencias y Protección Civil del Ayuntamiento, subdirector general de Formación y Seguridad y director del CIFSE de Madrid. Forma parte del Comité Científico de la Sociedad Científica Española de Criminología.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

El valor probatorio de las huellas dactilares Sentencias condenatorias por presencia de huellas dactilares en el lugar del delito Por José Manuel Estébanez izquierdo

L

a prueba de identificación por huellas dactilares es de notoria relevancia; los surcos dactilares son inmutables durante toda la vida del sujeto, son diferentes en cada persona y no pueden alterarse.

cirse, sin duda racional alguna, que por el lugar en el que se encuentra la huella, o por el conjunto de circunstancias concurrentes, ésta necesariamente procede del autor del delito.

Por ello, la jurisprudencia del Tribunal Supremo ha venido admitiendo la efectividad de la pericial dactiloscópica para desvirtuar la presunción constitucional de inocencia. Lo cierto es que la pericial dactiloscópica constituye una prueba plena en lo que atañe a la acreditación de la presencia de una persona determinada en el lugar en el que la huella se encuentra, que permite establecer, con se-

“La huella dactilar permite establecer que la mano ha estado en contacto con la superficie impresa”

En la imagen, el juez José Manuel Estébanez, autor del artículo

guridad prácticamente absoluta, que sus manos han estado en contacto con la superficie en la que aparecen impresas.

Participación en el delito No obstante, la conexión de esos datos con la atribución al titular de las huellas de la participación en un hecho delictivo exige un juicio lógico inductivo del que pueda dedu-

Explicaba la Sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos de fecha 08/02/1996, asunto Murray contra el Reino Unido, que, cuando existen pruebas de cargo serias de la realización de un acto delictivo, y las huellas dactilares, sin duda lo son, la ausencia de una explicación alternativa por parte del acusado, explicación «exigida” por la prueba de cargo y que, únicamente, éste se encuentra en condiciones de proporcionar, puede permitir obtener la conclusión, por un simple razonamiento de sentido común, de que no existe explicación alternativa alguna. Como razonaba la Sentencia del Tribunal Supremo Núm. 223/1998, de 20 de enero, es una prueba que obliga a que

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

51


Sociedad Científica Española de Criminología

Validez de la prueba

La escena del crimen es un yacimiento donde la policía recoge evidencias

Ficha policial decadactilar

su ejecución tenga lugar no solo en un corto periodo de tiempo al tratarse de vestigios fácilmente perecederos, sino además lo más cerca posible, temporalmente, de la fecha en que los sucesos investigados acaecieron. La genuina prueba del desarrollo de la inspección ocular policial y de las circunstancias en las que, en el curso de la misma, sean localizadas las 52

huellas dactilares, los objetos en las que se encontraron y la remisión de éstos al laboratorio oficial, estará constituida, según afirma la Sentencia del Tribunal Supremo de fecha 23/01/2003, por el testimonio del funcionario que practique esa diligencia, testimonio que ha de llevarse a efecto en el acto del Juicio Oral con todas las garantías de inmediación y contradicción (…)

Por ello, el Alto Tribunal entendía que, desde la perspectiva de la legalidad procesal, la validez de la prueba pericial resultaba palmaria al haber sido ratificado el informe lofoscópico en el acto del plenario, con riguroso respeto a las exigencias de oralidad, contradicción e inmediación, por el especialista que elaboró el dictamen que obraba en las actuaciones. Aunque supongan una prueba plena en lo que respecta a la acreditación de la presencia de una persona determinada en el lugar en el que la huella se encuentra -si este es un objeto fijo- o permite esclarecer, con seguridad prácticamente absoluta, que sus manos han estado en contacto con la superficie en la que aparecen impresas -en el caso de objetos muebles móviles-, ha de matizarse, como decía la Sentencia de la Sección Sexta de la Audiencia Provincial de Barcelona de fecha 07/09/2015, el hallazgo de una huella en un objeto de naturaleza móvil (como, por ejemplo, una botella o una caja de cartón), que haya sido localizado en el lugar de los hechos, únicamente acredita que la persona identificada estuvo en contacto con ese objeto móvil, lo que puede concitar las más aventuradas deducciones sobre la procedencia de dicho

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

objeto, siendo, por ello, insuficiente para construir, sobre este único dato, una decisión condenatoria.

Hallazgos incriminatorios A continuación, expondré, a título meramente ilustrativo, dos Sentencias en que el hallazgo de huellas dactilares, junto con otras circunstancias concurrentes, fue considerado un indicio de gran potencia incriminatoria: • La identificación de las hue-

llas dactilares encontradas en los envoltorios de unos paquetes conteniendo la droga fue considerada, en la Sentencia de la Sección Octava de la Audiencia Provincial de Asturias de fecha 10/10/2016, como un indicio de una gran potencia incriminatoria y probatoria, pues significaba que la persona identificada fue nada menos que la última persona que manipuló o/y tuvo acceso a los paquetes conteniendo la droga.

Funcionario de policía recuperando huellas dactilares en el lugar de los hechos

• La presencia de la huella lo-

foscópica correspondiente al dedo medio de la mano izquierda del acusado permitió, en la Sentencia de la Sección Trigésima de la Audiencia Provincial de Madrid de fecha 22/09/2016, atribuir el hecho delictivo al titular de la huella, razonando que su valor era significativo pues se asentaba en un lugar al que no se podía acceder de forma accidental (parte exterior del marco de una ventana que presentaba signos forzamiento). En este caso se tuvo en cuenta que el domicilio en que se había cometido el robo era una vivienda unifamiliar de dos plantas, ubicada en el interior de una parcela de unos 2.000 metros cuadrados que estaba limitada por una valla de piedra que en

su parte más baja era de dos metros y en la más alta de 2,30 metros.

¿Absolución? Se ha de insistir, por tanto, en que, únicamente, podrá inclinarse por una solución absolutoria, a pesar del resultado positivo del informe dactiloscópico, cuando sea factible establecer conclusiones alternativas plausibles que conduzcan a la incertidumbre o a la indeterminación, porque las huellas hayan podido quedar impresas antes o con posterioridad a la comisión de los hechos delictivos, o en otro lugar si se asientan sobre un objeto mueble móvil. * José Manuel Estébanez izquierdo es juez y escritor

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

53


Sociedad Científica Española de Criminología

Caso Pablo Ibar, cadena perpetua Acusado de triple asesinato, estuvo dieciséis años en el corredor de la muerte Por Carlos M. Merino

E

l corredor de la muerte es una pesadilla para los asesinos en serie. Para un hombre inocente, es una vida de tortura mental que el espíritu humano no está preparado para soportar”. Así reza una de las citas extraídas de la obra de ficción “La Confesión” del autor norteamericano John Grisham. En ella relata el día a día de un reo condenado a muerte y su lucha por demostrar su inocencia en un asesinato que no ha cometido. Paradójicamente este relato no dista tanto de la historia real que vive el hispano-estadounidense Pablo Ibar, preso desde hace más de 24 años por triple asesinato (16 de ellos en el corredor de la muerte). Ibar es sobrino el histórico boxeador vasco José María Urtain, ya fallecido. Así las cosas, intentaremos exponer las pruebas que le han conducido a un nuevo veredicto de culpabilidad y aquellas otras que claman por su inocencia no sin antes entrar en antecedentes. 54

En la imagen, desde Nueva York, Carlos M. Merino, autor del artículo

Asesinatos Todo comienza el 27 de junio de 1994 en Miramar (Florida, EE.UU.). Casimir Sucharski dueño del club nocturno “Casey’s Nickelodeon” es asesinado en su residencia junto a las bailarinas Sharon Anderson y Marie Rogers. Una cámara de seguridad instalada en la vivienda días atrás capta toda la escena. Dos individuos encapuchados irrumpen en la propiedad a punta de pistola. Después de amordazar a Su-

charski y a sus dos acompañantes comienzan a registrar la casa en busca de dinero y joyas. Finalmente, trascurridos 20 minutos de rastreo, acaban con la vida de los tres ocupantes. Antes de abandonar la escena del crimen uno de los asesinos desenrolla la camiseta que le cubría la cara para secarse el sudor, dibujando ante la cámara una imagen borrosa de su rostro. A la postre esta será la prueba más contundente de la fiscalía contra Ibar.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

Dos semanas después de los asesinatos, Pablo, que por aquel entonces contaba con 22 años y andaba metido en el trapicheo de drogas, es detenido por el asalto a un domicilio en lo que se cree que era el cobro de una deuda por cocaína. El modus operandi resulta similar al visto en los crímenes de Miramar. Los inquilinos son amordazados, incluida una mujer embarazada. Finalmente, uno de los inquilinos consigue zafarse y avisar a la policía. Pablo Ibar es detenido en pleno acto. Ya en dependencias policiales un agente cree reconocer a Ibar como uno de los homicidas de Sucharski y de las bailarinas captados en el video y, según consta en autos, el oficial le dice: “Te tengo”.

Comparativa facial de Pablo Ibar con la de uno de los autores del triple crimen

Proceso con irregularidades Así comienza este drama humano y judicial que dura ya más de 24 años en el que Pablo sigue luchando por demostrar su inocencia, después de que el primer juicio, junto al otro acusado Seth Peñalver (exonerado en 2012), fuera declarado nulo al no obtener unanimidad. Ibar es finalmente condenado a muerte en el año 2000 en un proceso plagado de irregularidades y testimonios dudosos. En 2016 el tribunal supremo de Florida revoca la sentencia a muerte y le concede la oportunidad de un nuevo juicio al considerar que las pruebas eran escasas

Arriba, Ibar junto a sus abogados en el juicio celebrado en enero de 2019. Abajo, el juez Bailey que presidió el tribunal

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

55


Sociedad Científica Española de Criminología

Casimir Sucharski, Sharon Anderson y Merie Rogers, victimas del triple asesinato de Mirarar (Florida)

En la foto, Ibar junto a su mujer, su padre y su hermano. Foto tomada en la prisión de Florida, EE.UU.

y realmente débiles, así como el hecho de que el acusado no pudo contar con una defensa eficaz. Su abogado fue detenido varias veces por otros motivos, incluida la violencia de género, durante el proceso. La realización del tercer juicio en enero de 2019 arroja un nuevo veredicto de culpabilidad para sorpresa de muchos, principalmente su familia. Las pruebas expuestas por la fiscalía son “escasas y débiles” 56

como expuso el tribunal supremo y se basan más en meras conjeturas que en hechos probados. La cinta de video ha sido la principal baza por parte de la fiscalía para apuntar a Ibar como uno de los criminales, si bien la calidad de la imagen es tan defectuosa que apenas se puede adivinar una silueta. Para tumbar dicha prueba la defensa aportó el testimonio del experto en reconocimiento facial Raymond Evans que determinó que “La

calidad del material recibido era muy pobre” y las “imágenes de baja resolución”. Afirma además que existen “diferencias notables” en ambas caras. El tipo de cráneo de Ibar es “pentagonal”, frente al del asesino, “más redondo”, así como otras partes del rostro como las cejas, la boca, las orejas, los huesos de las mejillas y la nariz. “No tienen la misma configuración las cejas del asesino y las de Ibar”, resolvió Evans. Para sorpresa de la fiscalía, su propio perito, el experto en procesos comparativos de imágenes del FBI George Scaluba, concluyó que tras estudiar en su laboratorio numerosos fotogramas de este video en blanco y negro de baja resolución, y una vez comparadas con fotografías de Ibar, no puede “ni identificar ni eliminar” al acusado.

ADN Otra de las pruebas utilizadas por la acusación ha sido una coincidencia parcial de ADN en la camiseta encontrada en la escena del crimen con la que el asesino se cubrió el rostro y con la que éste se secó el sudor como quedó recogido en la grabación. La camiseta, recibida en el laboratorio en una bolsa con el precinto abierto, fue sometida a cinco pruebas de ADN diferentes desde 1994. Todas resultaron negativas, incluida la comparativa de pelos y saliva en-

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

“Pablo Ibar fue condenado a muerte en el año 2000 en un proceso plagado de irregularidades” contrados en ella. Asimismo, de las 145 huellas dactilares halladas en la casa ninguna coincidía con las de Ibar. En 2016, una vez sabido que se celebraría otro juicio, una nueva prueba arroja coincidencias parciales. El software utilizado genera discrepancias entre muchos expertos que creen que no es fiable; la cantidad de ADN encontrada es tan mínima que sería insuficiente para ser imputado en España. La defensa alega que esto se debe a una contaminación y a una pobre cadena de custodia de todas las pruebas que culminan con el borrado manual en dependencias policiales de dos cintas de vídeo del club donde se ve a dos hombres (que no coinciden ni con Ibar ni con Peñalver) amenazar a Sucharski el mismo día de los asesinatos y de las cuales la defensa no tiene constancia hasta 2012.

Testimonios interesados Así, como última prueba la fiscalía utilizó el testimonio aportado en 1994 por Gary

Ibar es conducido a prisión después de oír el veredicto que le condenó en 2019 a cadena perpetua

Foy, vecino de Sucharski, que dijo haber identificado a Ibar a través del retrovisor de su coche mientras este huía en el vehículo de la víctima. En su nueva declaración alegó: “No quería meterme en líos; el tipo que reconocí podría ser Ibar o cualquier amigo mío de los bolos”. A todo esto se une el testimonio de varios testigos aportados por la acusación en los juicios anteriores que han declarado que otorgaron “testimonios interesados” previo pago de una cantidad de dinero por parte del responsable policial del caso, Paul Manzanella, para inculpar a Ibar y Peñalver. El propio Manzanella confesó que ignoró una posible vía de investigación ante el testimonio de JC McGill, que acudió a comisaría para denunciar que su jefe le había ordenado quemar el vehículo de Sucharski. McGill fue asesinado

al día siguiente a la salida de un club nocturno. Con todo, nos volvemos a encontrar en mayo de 2019 ante un veredicto de culpabilidad, incluida la retractación de uno de los miembros del jurado que alegó presiones durante la deliberación. Pablo Ibar fue condenado finalmente a cadena perpetua, librándose por los pelos de la pena de muerte que pesaba sobre él. Los abogados ya han recurrido con la esperanza de que se celebre un nuevo juicio que, esta vez, le exonere. El caso Pablo Ibar sigue abierto. * Carlos M. Merino es un estudioso del caso Pablo Ibar que ha seguido durante años desde España, Gran Bretaña y Estados Unidos. Defensor de un juicio garantista para Ibar, se postula por la abolición de la pena de muerte.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

57


Sociedad Científica Española de Criminología

Un policía detrás de la operación matar a Franco Alejandro Gallo publica su nueva novela sobre el atentado fallido contra el dictador en Compostilla

N

o fue una chapuza». El fallido atentado contra Franco en Compostilla era «casi un calco de la ‘Operación Anthropoid’», que acabó en 1942 con la vida de Reinhard Heydrich, uno de los hombres fuertes de Hitler. Así lo defiende el escritor Alejandro Gallo, comisario jefe de la Policía Local de Gijón y colaborador de la Sociedad Científica Española de Criminología (SCEC). Los maquis trataron de matar al dictador en 1949, un golpe que, de haber tenido éxito, habría cambiado radicalmente el curso de la historia. Es el argumento de Franco debe morir, editado por el sello Reino de Cordelia, la nueva novela de Gallo, licenciado en Filosofía, Ciencias Políticas y Ciencias de la Educación.

Best seller En 2009 Gallo publicó el best seller Operación exterminio, donde relataba la lucha contra la guerrilla republicana 58

Alejandro Gallo y la portada de “Franco debe morir”

durante el franquismo. El libro concluye con la matanza de 28 maquis y enlaces en 1948. La nueva novela retoma el hilo a partir de ese año y gira en torno a tres acontecimientos: la evacuación de la guerrilla desde el puerto asturiano de Luanco, el atentado de Compostilla y la

aniquilación de la partida de Manuel Caxigal.

El atentado Los líderes de las facciones guerrilleras, Manuel Caxigal y Manuel Girón, que aún mantenían la lucha, comprenden que es suicida quedarse. Sin

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980


Sociedad Científica Española de Criminología

La Semana Negra de Gijón es, desde 1988, uno de los festivales literarios más importantes del mundo

embargo, tienen la oportunidad de perpetrar un último golpe. La inauguración de la central térmica leonesa de Compostilla les brinda una ocasión de oro. El día ‘D’ es el 28 de julio de 1949. Son conscientes de que si fracasan solo les quedarán dos opciones: morir en la montaña o hacer las maletas.

Alejandro Gallo, comisario jefe de la Policía Local de Gijón en un acto institucional. Gallo es colaborador de la Sociedad Científica Española de Criminología

Alejandro Gallo, que fue oficial del Ejército, ha estudiado al detalle el atentado silenciado, no solo por la prensa española, sino también por la europea. Únicamente unos pocos periódicos norteamericanos publicaron el frustrado magnicidio. En la imagen de 1949, Franco durante la inauguración de la central de Compostilla

Magnicidio frustrado ¿Qué falló en la operación? El comisario afirma que «subestimaron el vehículo en el que viajaba Franco». Las ráfagas de los subfusiles y las granadas apenas ‘arañaron’ el Mercedes 770 Pullman Limousine blindado, regalado al dictador por Hitler. «Sola-

mente alcanzaron a algún escolta». Gallo, que es uno de los impulsores de la Semana Negra de Gijón, ya trabaja en otras novelas, tanto de su célebre inspector Ramalho da Costa como del comisario Gorgo-

nio, dos policías que le han convertido en uno de los mejores escritores de novela negra del panorama actual. * Texto elaborado a partir del artículo original de Verónica Viñas de DL, fuentes abiertas e información propia de SCEC.

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

59


Sociedad Científica Española de Criminología

60

Gaceta divulgativa de la SCEC. Fundada en 1980

Profile for Sociedad Cientifica Española de Criminologia

Revista de la Sociedad Científica Española de Criminología (SCEC). Fundada en 1980. Número 126.  

Advertisement
Advertisement
Advertisement

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded